Citation
Alma mater

Material Information

Title:
Alma mater
Place of Publication:
Habana i.e. Havana Cuba
Habana i.e. Havana, Cuba
Publisher:
J.C. Fernandez
Publication Date:
Frequency:
Daily
regular
Language:
Spanish
Physical Description:
v. : ill. ; 57 cm.

Subjects

Genre:
newspaper ( marcgt )
newspaper ( sobekcm )
Spatial Coverage:
Cuba -- Habana
Cuba -- Havana

Notes

General Note:
Description based on: Año 6, no. 1 (30 de sept. de 1933).
General Note:
"la voz de los universitarios."

Record Information

Source Institution:
University of Florida
Holding Location:
University of Florida
Rights Management:
Copyright J.C. Fernandez. Permission granted to University of Florida to digitize and display this item for non-profit research and educational purposes. Any reuse of this item in excess of fair use or other copyright exemptions requires permission of the copyright holder.
Resource Identifier:
20802575 ( OCLC )
sn 89048340 ( LCCN )
0864-0572 ( ISSN )
Classification:
Newspaper 660 ( lcc )

Downloads

This item has the following downloads:


Full Text


























4Q4'
















CUBA ZenR





















Hace unos dias, escudrihando en los archives de nuestra
Casa Editora Abril, encontre various numeros de Alma Mater
publicados durante los anos ochenta. En el estate algunos
ejemplares sobresalen por su tamano, incluso, alcanzan el
de los peri6dicos nacionales de entonces.
Para conocer acerca de esta diversidad, indague c6mo han
sido lasformas de impresion de la revista, desde su origen en
1922. La primera portada aparecio en color azul marine, con
el logotipo en la parte superior y mostr6 un dibujo a linea
de una joven con una pamela en la mano. Pero no siempre
mantuvo esas caracterfsticas.
En octubre de 1930, cambi6 suformato y se convirti6 en
un tabloid con ocho pdginas y al precio de cinco centavos.
Sus realizadores expresaron en un articulo: dible de una publicacion semanal, de gran circulacion y que
respond a la necesidad de prensa que require la actuali-
dad estudiantil en toda la Republica ha hecho que suspen-
damos por ahora la publicacion de Alma Mater enforma de
magazine, para darle estaforma de semanario de combat
hasta que se restablezca la normalidad>.
Con esta transformaci6n vario tambien el alcance del
perfil editorial, pues comenzo a reflejar los desmanes del
machadato. Ello implic6 que sus directives tuvieran que
abandonar el pals e imprimirla desde los Estados Unidos. En
junior de 1933 aparecio nuevamente en forma de tabloid,
confeccionada en Tampa, Florida, bajo el tftulo: de los estudiantes de Cuba. Clausurada arbitrariamente por
el Gobierno de Machado y Morales>.
Despues de transitar por distintas dimensions, el 9 defe-
brero de 1934 volvi6 al tabloid y se titul6 Diario de la tarde.
De esta etapa son memorables las cartas del archive secre-
to de Machado, publicadas por Julio Cesar Fernandez. Alma
Mater no circul6 hasta el 12 de abril de 1952, despues del
golpe de Estado de Fulgencio Batista.


En esa ocasi6n, sali6 con solo dos p6ginas, porque olas
cosas clandestinas no pueden ser tan grandest y con el lo-
gotipo utilizado durante el aho treinta. Su editorial vez en la called, seialaba: oes un periodic de combat, es-
crito por estudiantes prestos a ofrendarlo todo en la defense
de la dignidad national y de la soberanfa popular.
Luego del triunfo revolucionario, la revista sufri6 various
cambios. El ultimo, en 1998, implic6 una reestructuraci6n
integral de la entrega, debido a las difciles condiciones del
pals. febrero.
Hoy les presentamos esta propuesta de Alma Mater, en
cuatricromia, con format de 21 por 27 cm y al precio de
1.50 pesos. Este ha sido un pedido de muchos estudiantes,
quienes ahora podr6n coleccionar sus ejemplares y disfrutar
mejor los contenidos, gracias a la avanzada tecnologfa de
impression.
Ello exige que hagamos el Periodismo poldmico y respon-
sable que requieren nuestros tiempos porque, aunque varfe
su tamano, la revista joven mas antigua de Cuba siempre
estara al lado de ustedes y de sus inquietudes.





S4 .


nuestro

credo








'0 (U.




S'p.4 "s,- C taS cl arasN




\djvenes opinan sobre las nuevas proyecciones de la economfa en la Isla.
SPor Damepa / Pavel
-0 UN N U r- -












rvideo juego o tergiversacidn de la historic?
'^s �*<... varias de las misiones militares se desarrollan en Cuba�
0 Po. Rodolfo Romero Reyes



Leyes de lo probable y lo improbable
N4. K p.14 El Dios
'm LI m r-











de un creator







.Por Dainerys Mesa Padr6n
Fotos: taElio
p.7 Call of Duty:





nideo juego o tergtiversaci n d e la historia?
<... varies cle las misiones militares se desarrollan en Cuba�





Por Pavel Lpez Guerraeyes
Leyes de lo probable y lo improbable

p.14 El Dios
de un creador
Par Dainerys Mesa Padron
omi Fotos: Elio Mirand
p.22 Che, un hombre nuevo
un entendimiento de lo human esencial
Par Pavel L6pez Guerra
Fotos: Archivo

Cuba Energia nuclear: los medios y el fin
Texto yfotos: Jorge Sariol







6
>0
m 0
IL)
-rd
u
En
m m
0m
Vor
-0-0
cc
ft U)


8
00

0 0 o

:"I
00 0v i 0s
L oo
L- : E
oP0 E 2I
"nj 'o am i S f
I- oo00


N

o

E
0
-I
o r5
L A

n E


r 0
r
-o -
o m


t~. a
l, 8
E -
- 0 UC


en...

Nuevo

Formato


p.8


comentario
Segin pasan los afos


p.13


Dos Lennon:


un escultor
Por Caridad Rosario Vargas Figueroa
Fotos: Cortesia del entrevistado


Marti

y la universidad
Por Luis Toledo Sande


La revista joven

mas antigua

de Cuba


nosotros


p.20


p.25


l. j


�r'


~


' x< i












r.


m ?a *


Las cuentas


.claras?
j6venes opinan sobre las nuevas proyecciones
de la economia en la Isla.
Por Damepa / Pavel


Hacia finales de 2010 los Lineamientos de la political econ6mica del
pals despertaban 16gicas interrogantes, en especial, dentro del gremio
universitario. En una fase temprana, aun de divulgaci6n de las nuevas
regulaciones, y a cierta distancia de su total aplicaci6n, no fueron po-
cos los estudiantes y profesores que se debatian entire la expectativa
y la incertidumbre frente al cuerpo de leyes.

Ni triunfalismos, ni afirmaciones absolutas.
Tras un sondeo realizado en diferentes puntos de la geografia nacio-
nal, el giro energico en los mecanismos de gesti6n y control econ6mi-
cos fueron aprobados por la casi totalidad de los encuestados.
Sin embargo, las referencias todavia dispersas en esa etapa inicial y
la falta de tiempo para procesar el caudal de informaci6n referido al
asunto, garantizaban la persistencia de un nimero significativo de du-
das entire los j6venes.
Pendientes, al moment de redactar estas lineas, los analisis en el
seno de la Asamblea Nacional, y las aclaraciones por parte de la pren-
sa, Alma Mater abri6 el debate acerca del tema, con una selecci6n de
dichas opinions, a las cuales daremos seguimiento seguro durante
2011, con respuestas de especialistas, comentarios y trabajos de in-
vestigaci6n.
Sirvan las presents de incentive a la reflexi6n en torno a tan polemi-
co, como necesario, proyecto.


CLAUDIA MONTES DE OCA, estudiante de
la Universidad de La Habana
Consider que son cambios necesa-
rios, pero muy apresurados. La pobla-
ci6n cubana vive en constantes saltos y
este ha sido otro de ellos. Los j6venes
estamos desorientados acerca de lo
que sera nuestro future laboral.
Ahora mismo, en mi caso, me resul-
ta dificil concebir un porvenir concrete
alrededor de este aspect.


iinquietudes?! Tengo miles. Me pa-
recen cambios necesarios. Ya esta bien
de vagos, personas con grandes ingre-
sos sin esfuerzos u ocupando un pues-
to por amistad o nepotismo, cuando
quizas no lo merece ni tiene capacidad
para '1.

LuIS ORLANDO HERNANDEZ, estudian-
te de Villa Clara. Universidad Central
Marta Abreu de Las Villas


Hay much gente manejando la
frase: para despues avanzar uno hacia
delante>>. Yo soy partidario de esa
teorfa. Creo que habia que hacerlo,
tenfamos que darle espacio a la crea-
tividad de las personas, el Estado
debia liberarse de cargas que no le
correspondent.
Es impossible que veinte o treinta
personas de niveles superiores puedan
supervisor lo que estan haciendo millo-
nes de hombres y mujeres en el resto
del pals. Pero aun asl, me preocupa la
corrupci6n que todavfa existe.
iDe qu6 manera podra el Estado fis-
calizar esos impuestos y tributes que le
vamos a estar cobrando a la gente?
iSera suficiente la existencia de ins-
pectores?
iC6mo garantizar la integridad de
ese inspector que ahora tendra tanto
protagonismo, que es el mecanismo
regulador director de los cuentapropis-
tas, que ganara unos 400 pesos y de-
bera controlar a uno que gana el triple
de su salario?
A la vez, yo empezar6 a trabajar tras
cinco afos de universidad y ganare
unos 300 pesos, mientras una persona
que esta vendiendo alimentos ligeros
en la calle ganara mas. Hay que revalo-
rizar los oficios, pero tambien dar valor
a esa profesi6n que requiri6 esfuerzo y
tiempo de studio.





Sobre la decision acerca de quien es
id6neo o no, existe el temor a que el
amiguismo juegue su papel.
iC6mo tu mides quien es mas ca-
paz? Yo lo mediria por los resultados del
trabajo, no por otra cosa. En un centro
laboral, productor de laminas de acero,
el que mas productividad tenga, el que
cumpla con la norma establecida.
iSerd asicomo piensan los demas?
En caso de que Ileve diez anos de
trabajo iSera possible que me saquen
ahora?
Pensemos en el tema de la segu-
ridad social.
iC6mo hay personas de mas de se-
senta aios aun en plantilla, si estan so-
brando personas en algunos centros?
iSera suficiente el por ciento de estos
que recepcionarin a los sobrantes?

WALDO MARCEL OLIVA DAZ, estudiante
de la Facultad de Medios Audiovisuales
del Instituto Superior de Arte
Hay que esperar que todos estos
cambios sucedan, y ver si el pals esta
listo, econ6mica y productivamente,
para cubrir todas las demands de los
cuentapropistas.




a


Como estudiante y cubano tengo
muchas preocupaciones. No se si con
todas estas personas desempleadas en
las calls aumente la necesidad y esta
abra paso a la violencia.
Mis isueios?... rondan el anhelo
de Ilegar a disponer de bienes per-
sonales, sin verme en la necesidad
de sobornar o hacer otra actividad
illegal.

MANUEL ALEJANDRO ROMERO LE6N (un
afo de egresado). Profesor. Facultad de
Cultura Fisica y Recreaci6n de Santiago
de Cuba
Pienso que nosotros los j6venes te-
nemos temores.
Se sabe que una cantidad de perso-
nas con x anos de trabajo, van a estar
pensionados unos meses. Pero es in-
quietante, pues aun aceptando la op-
ci6n del trabajo por cuenta propia, una
de las principles preocupaciones ha
sido siempre de d6nde sacar la material
prima para elaborar mis products o
brindar mis servicios.
Asimismo, iPodran tener exito esos.
negocios en un pals d6nde la tase de
desempleo aumentara?



2

Miliihlg


iCuando la gente empiece a que-
darse excedente, que va a pasar?
En mi caso me preocupa el hecho de
tener cinco afos de studios, con una
maestria casi empezada, y de pronto
enfrentar una nueva realidad.
Significarfa que perdi el tiempo. Es
muy complicado. En realidad yo tengo
fe en que se busque una soluci6n inte-
ligente o que se creen nuevas plazas de
trabajo done sea necesario.
Sabemos que el pals no puede sos-
tener el orden actual de la economic.
No es que no haya alternative, pero si
hay gente que esta cobrando un salario
sin hacer apenas nada y eso es una rea-
lidad. Hay que tener much cuidado
con las decisions que se tomen.
Tambien yo siempre pense que en
un pals no todo el mundo podia ser
ingeniero ni licenciado, porque iQuidn
va a cultivar la tierra, qui6n va a cons-
truir edificios?
Pero se dio esa explosion, y ahora
estan sufriendo las consecuencias.


6)


~96,


P; rr*
9 (PL





La realidad es que ese que ya
tiene el titulo de licenciado, que se
esforz6 durante afos por vencer de-
terminadas materials, ahora no va a
echar todo por la borda para cultivar
la tierra. Estamos tratando de que
la gente vuelva al campo, cuando a
nadie le ha interesado el campo por
much tiempo. Al campesino le in-
teresaba emigrar para la ciudad. No
se le estimul6 lo suficiente. Enton-
ces ahora cambiar esa vision va a ser
dificil.
Mucho mas complicado sera que un
joven se quiera ir al ambiente rural a
trabajar. Pero ese ya es otro tema.

JOLEN PEREIRA BASANTE, profesora de la
Facultad de Derecho de la Universidad
de La Habana
El pluriempleo como proyecto es
acertado, pues esta respondiendo a
una necesidad de la poblaci6n. Brinda
la posibilidad de acceder a la pluralidad
de empleos y alcanzar una mayor re-
muneraci6n econ6mica.
De estas medidas me preocupa, so-
bre todo, hasta que punto pueden aco-
modarse a los postulados politicos y al
proyecto socialist de la Revoluci6n.
Afos anteriores, por ejemplo, nos
decfan que la pluralidad de empleos


tfpica en el capitalism, era enajenante
para los series humans. Me preocupa
c6mo materializar y enfocar este cam-
bio en el discurso.

MARIELA VALDIVIA, estudiante de Sanc-
ti Spfritus. Universidad Central Marta
Abreu de Las Villas
El principal tema que nos preocupa
a los universitarios de hoy es d6nde
nos van a ubicar despues de gradua-
dos. Incluso Alma Mater ha publicado
trabajos sobre el asunto. En el caso de
Villa Clara, nuestros medios estan so-
bresaturados. Durante el curso pasado,
la mayorfa de los estudiantes de la pro-
pia Santa Clara, que tenfan la residen-
cia allf, en la ciudad, fueron trasladados
hacia otros municipios, pues no habfa
capacidades.
La verdad es que no hay un control a
la hora de hacer las pruebas de aptitud
de Periodismo, y de otras carreras. Hay
que aprender a calcular quien es nece-
sario antes de que se grade. Se debe
implementar algun mecanismo que le
permit al Ministerio de Educaci6n Su-
perior saber a quienes necesita en cada
especialidad.
Las pruebas de aptitud (sobre todo
en Periodismo) se hacen sin analizar
la procedencia de los aspirantes. Todo


eso influye en la existencia de personas
centros de trabajo.
Hay otro tema: Aquellos que pasan
el servicio social pueden ser contrata-
dos en cualquier lugar, pues no entran
en la selecci6n de disponibilidad, pero
a mi, como egresada, me asalta la in-
certidumbre de que medio me va a
otorgar la estabilidad laboral.
Nosotros creemos que se va a los
extremes. Han existido promociones
en Periodismo que incluso se les ha Ila-
mado, la de l.
Siempre se toman medidas tenien-
do en cuenta las circunstancias inme-
diatas. Se trata de resolver problems
y no se razona que esas soluciones
pueden traer otros mayores, como lo
demostr6 el tema de las Sedes Univer-
sitarias Municipales, que la explosion
de matricula result en detrimento de
la calidad en la formaci6n de los es-
tudiantes. Intentamos ser uno de los
pauses mas cultos del mundo, cuando
realmente la cultural require de algo
mas que de un tftulo universitario.
iCuantos autodidactas hay que han
validado la cultural y el civismo cubanos!
Valdrfa aquf el refran popular: patero a sus zapatos�. I


QX X\
sxx\ (I








Call of Duty:

1videojuego

o tergiversacion

de la historic?
<<[...] varias de las misiones militares
se desarrollan en Cuba>

Por Rodolfo Romero Reyes
Foto: Archivo


9 de noviembre de 2010: sale a la
luz la nueva edici6n de Call of Duty (El
llamado del deber). El videojuego, de
modalidad < na>, se caracteriza por recrear diversos
escenarios militares en los cuales los
jugadores tienen que masacrar a sus
potenciales enemigos. A menos de
24 horas para su lanzamiento a nivel
mundial, segun informes de la Poli-
cia de Baltimore, Estados Unidos, dos
hombres ingresaron en la noche a una
tienda Gamestop, encaionaron a los
empleados y se Ilevaron mas de 100
copias de esta septima edici6n Call of
Duty: Black Ops (Operaciones Negras).
&Por que tanto alboroto alrededor
de un videojuego? Call of Duty tie-
ne millones de aficionados en todo
el mundo, la mayoria son j6venes y
adolescents. Esta septima edici6n
apareci6 con el subtftulo de Black Ops,
terminologia utilizada para referirse a
las misiones clandestinas en las que
se pueda negar la participaci6n del
gobierno estadounidense.
La calidad tecnica y de realizaci6n
de la propuesta aseguran su exito en
el mercado. Sin embargo, el modo en
que fue concebido, traera consigo con-
secuencias negatives pues ademas de
fomentar la violencia, el crime y el
magnicidio, Call of Duty tiende a tergi-
versar en gran media los hechos his-
t6ricos. En dicha edici6n hay una parti-


cularidad, varias en las misiones tienen
lugar en Cuba.
Segun Mark Lamia, ejecutivo de la
firma que produjo el juego, los < chos transcurren durante la guerra fria.
Por eso puedes estar en el Pentagono,
en las montaias cubiertas de nieve en
Rusia, tambien en Vietnam, en Cuba,
etc.� Entre los la�, segun Call of Duty, aparece el ex
secretario de Defensa norteamericano
Robert McNamara.
En entrevista con sus realizadores,
se adelant6 que siones del juego, habrfa que asesinar a
un Ifder mundial de alto perfil>.
En palabras de David Vonderhaan,
director de disefio del videojuego, esta
edici6n estren6 mapas totalmente
nuevos que no se habfan mostrado con
anterioridad, como por ejemplo, Cuba.
Con esta propuesta, Call of Duty
aspira a ocupar un puesto de privilegio
entire los videojuegos del mundo. Los
medios internacionales ya han publi-
cado los primeros anilisis de este que
saldra para PC, PS3, Xbox 360 y Wii. En
la publicaci6n Game Informer, una de
las mas importantes de este sector, el
tftulo consigui6 el sobresaliente, con
un 9 sobre 10 que habla muy bien a su
favor. En Wildgunmen, logr6 un exce-
lente 9.5 sobre o1, algo que lo catalo-
ga como impresionante, al borde de la
obra maestra. Ademas, en PSNow en-


contramos uno de los primeros analisis
en castellano, donde la obra obtuvo
otro 9 sobre 10.
Asistimos al montaje de una
historic tergiversada. Millones de
nifos y adolescents del mundo
cumpliran misiones militares vir-
tuales en las que los malos son
pauses como Vietnam y Cuba, y los
buenos son los mismisimos milita-
res norteamericanos. La mentira y
la manipulaci6n, ahora en los vide-
ojuegos. La misi6n no es capturar,
arrestar o encarcelar, sino ASESI-
NAR. Eso es lo que Call of Duty les
ensefia a sus jugadores. iPara que
se necesita un mapa de acciones
en Cuba? LEstaran preparando su
future scenario militar?m





















8 Alma Mater dedicara una pigina
Spara reflejar comentarios de los
Slectores sobre temas de actuali-
' dad abordados en nuestras pagi-
0 nas. En esta ocasi6n publicamos
- dos opinions:
0
La revista esta OK. Una de las co-
sas buenas que tiene es la variedad,
lastima que no pueda Ilegar a todos
los que debiera. Una de las cosas que
hablamos aquf fue el tema del por-
qu6 los estudiantes tenian tan poca
identificaci6n con la revista (por lo
menos los de aquf de Sagua) y es de-
bido a dos males fundamentalmente:
Que las ediciones no son suficientes
y a partir de ahl a los estudiantes les
cuesta trabajo seguirla.
Sabemos que en enero la revista
deja atras el tfpico format de tabloi-
de, ademas de la posibilidad de poder
contar con ellas en los estanquillos, (el
precio no debe ser problema).
Esto sera realmente excelente, va a
facilitar much el tema de que el es-
tudiante tendra mas oportunidad de
convertir el quehacer de ustedes en
la revista como si fuera su peri6dico,
porque si el Granma es el del Partido,
el juventud Rebelde de la juventud y el
Trabajadores de este sector, que me-
jor recompensa para los universitarios
que contar con algo para conocer no
solo de noticias sino de opinions,


de literature, de deportes, en fin, de
lo que les interest y a partir de un
intercambio revista-lector ir acondi-
cionando Alma Mater al interest de la
mayoria.
Ahora pensemos un moment que
las ediciones impresas no sean sufi-
cientes, esto desde cierto punto de
vista podra afectar en cierta manera el
objetivo de Ilegar a todos, pero si anali-
zamos que la mayorfa del estudiantado
universitario tiene acceso a Intranet,
donde la revista cuenta con un sitio
Web, quizas la idea de ganar seguido-
res sea un objetivo inmediato.
En resume, es triste ver c6mo algo
que puede ser util no logre Ilegar a to-
dos sus destinatarios. Opino que no
debe ser un muro la poca cantidad de
ejemplares impresos, debe convertirse
en un escal6n para colocar la revista al
alcance de su public
Quizas se deberian ganar lectores
por la red que despues se verian casi
motivados a seguir la edici6n impresa.
Es decir, lo digital puede que no reem-
place el papel pero puede ser muy util
a la hora de difundir la utilidad de la
revista impresa. Esa es mi opinion: lo-
grar a partir del sitio Web que sea una
necesidad mas que justificada ampliar
el numero en la tirada.
Bueno, espero no haber dicho mu-
cho de lo obvio.
Saludos,

ROGELIO (Sagua la Grande)


Hola a todos por la revista. Soy re-
cien graduado de Derecho por la Uni-
versidad Central < Villas y me encuentro pasando el Ser-
vicio Social como especialista del area
juridica de la Direcci6n Provincial de
Vivienda de Villa Clara. Tengo 25 afos
y mi duda es la siguiente:
jPuede una persona como yo, publi-
car un articulo de cardcter cientfico y
de alto interns para nuestra sociedad


y para nuestros jovenes en una edicidn
impresa de la revista?
Despues de una revision pertinente,
como serfa 16gico, y su aprobaci6n.
1O solo pueden publicar en Alma
Mater periodistas que esten debida-
mente acreditados y a personas como
yo no se les permit eventualmente?
1O hay que tener algin nivel cientffico?
Digamos ser Master o Doctor en cien-
cias obligatoriamente (?)
El tema que me interest es el jurf-
dico modern, el desarrollo mundial
aparejado al desarrollo juridico, areas
que para el Derecho son un reto a le-
gislar, cuestiones de las que nuestra
sociedad no escapa como lo son: la
eugenesia, la eutanasia, la ingenieria
gen6tica, la reproducci6n asistida, la
maternidad subrogada, el transexua-
lismo como consecuencia del advance
tecnol6gico, etcetera. Hay much tela
por donde cortar y de enorme interest
para todos los estudiantes universita-
rios que cursan studios de Derecho,
Psicologia, Qufmica, Farmacia, Biolo-
gfa, Medicina, etc.; estudiantes cuba-
nos que para nada se quedan atras en
cuanto a la actualidad de las ciencias
que estudian.
En espera de la respuesta a mi in-
quietud,
Un saludo afectivo de un fiel,

Lic. ROLANDO NIUB6 MARTfNEZ


ROLANDO: Nos parece novedosa tu
propuesta. Claro que puedes colaborar
con nosotros. No hay que ser Master ni
tener ninguna categoria cientifica para
enviar trabajos a Alma Mater, solo te-
ner disposici6n y que esten dentro de
nuestro perfil editorial. Aqui valoraria-
mos la calidad del texto y su possible
publicaci6n.

Colectivo de Alma Mater






















EMA Y EL NUMERO 10
La bebe Ema Marie Macfas naci6 el
dia o1 del pasado mes de octubre de
2olo en Los Angeles (E.U.A.) engan-
chada a este numero en una series de
coincidencias que al menos tardarin
100 anos en presentarse de una mane-
ra similar.
Pues ademas lo hizo a las diez de la
maiana en una operaci6n por cesarea
en el hospital sureste de dicha ciudad; pero, por si
fuera poco, la bebe pes6 7 libras y 10
onzas.
Sammy Macias, padre de Ema, bro-
me6 con la fecha y hora del nacimiento
de su hija al sefialar que espera ahora
que sea una en referencia
a la famosa pelicula 10 protagonizada
por Bo Dereck. Mientras que Ema no
dure o1 aios, entonces ibendita coin-
cidencia!

Los GATOS
Y LA VELOCIDAD LIMITE
Es conocido por los veterinarios que
la caida de los gatos suele tener peores
consecuencias si se produce desde un
primer piso que desde un segundo o
tercero. Cuando el animal nota la ace-
leraci6n de la cafda, adopta una postura
con las patas estiradas, que le permit
amortiguar el efecto del impact. Si el
descenso se produce desde un primer
piso, no tiene tiempo de adoptarla.


Parece 16gico pensar que cuanta
mas altura mayor seran las conse-
cuencias de choque. Sorprendente-
mente no es asi. iPor qu6? Pues el
gato adopta una postura defensive
solo cuando nota la aceleraci6n de la
caida; al alcanzar la velocidad limited,
deja de haber aceleraci6n y entonces
relaja su postura que por ser menos
encogida, ofrece mayor superficie de
contact con el aire.
Este aumento de superficie trae con-
sigo una mayor resistencia, frenando y
consiguiendo una velocidad limite mis
pequefia. Nada, que el gato tiene siete
vidas desde cualquier altura que caiga.


u. poco




misculos transversales, mientras que
para imitar los longitudinales usaran un 3
polfmero que reacciona a una corriente z
electrica, gracias a lo cual se podrfa con-
traer como el tenticulo de un pulpo.
El gran problema de los robots diri-
gidos por control remote bajo el mar, -
es su ineficacia para Ilegar a recovecos jy
rocosos o a intrincadas formaciones r
coralinas, por lo que este robot abrira
E
una posibilidad hasta la fecha infran- <
queable. Asique ja mover el esqueleto!


PREPARAN EL PRIMER ROBOT
TOTALMENTE FLEXIBLE
Un robot que imita la estructura
muscular de un pulpo es el nuevo < guete> creado por ingenieros de la
Scuola Superiore �Sant'Ann>.
Seria el primer robot �invertebra-
do>, es decir, sin un esqueleto s6lido.
El proyecto ha sido bautizado como
Octopus, y recibe una subvenci6n de
la Uni6n Europea (UE) de 10 millones
de euros.
Con el fin de lograr esta flexibilidad,
se usan anillos de silicon para copiar sus


Puedes mandar tus curiosidades
o noticias a nuestro correo:
almamater@editoraabril.co.cu
















sudar
la tinta
* Por Yuris N6rido * [*as


o p-6. . . 0 .6. .6 .3 .. qe .n * * d * 60.

cuentro n.. - . en *6 003* m de- O S * y . -
< n a S eerla *6 0n *y . 60 S
w........ ... 6 . -... - s.. 6 . . .. se



3. .. 6. . .* . o .. n ha . 6. * .
de - .r. 00- de . . vi.6- .a. C 0- - . - a l .










. 0.i - 0 . - .Pero 30. 6 de * .0 S d






* - * . . 6 * ..0 . 0 *S * . S.: * 0 .
* del 6 se lee:6 Cienfu- 6 r 3y s So .6a aS
d0 de si . No........p st E I h a
de l otxt,] sceni leao- scopoaSqela aedes q B
Bte i itol eiuniia a













girne l 't edio siglB, obr e c s sM�olB o ig B
de un justo afgn reivindiiL C ]]s
tor id l iu p udipniti s denIBr [lhdTo
por sus tarias, si es que a^guien tieH
T3 ^^3^^^I^^C^^C^SA3^^BE^^
^lN ]|^|lir3a^^^^^M5^^fui5^l^5E^
^*^^^n^^^^^O^^^^^^^^^S^^f^^
m^^Tf^g^^^^M^^^^^^^J^^^^l^


Cuando culmina un afo y otro empie-
za, ademas de las actividades festival, se
impone una mirada a los meses pasados.
Entonces reflexionas, y haces un recuen-
to. Recientemente realice este < intellectual> y Ilegue a un grupo de con-
clusiones que quisiera compartir. Todas
estgn relacionadas con cosas que resul-
tan probables y otras, muy poco.
Por ejemplo, en cualquier universi-
dad es poco probable que los profeso-
res recuerden que hay que dar los cinco
minutes, o que en la sede de Economia
paguen en tiempo el estipendio estu-
diantil, que las classes de Metodologia
no sean aburridas, que los turnos en
la tarde no te de sueio, y
si vas en guagua a la escuela, Ilegues a
tiempo al primero.
Dentro de la improbabilidad tam-
bien esta que nadie cometa fraude en
un aula, o que no sean los
albergues de los campamentos agri-
colas. Tambien, que tu decano te de
botella en su carro si se cruza contigo
camino de la escuela o que la merien-
da que dan en las facultades... (perd6n,
perd6n, estamos exagerando).
No ponemos como ejemplo impro-
bable el regreso de los FEU-TUR porque
nos parece un tema muy sensible y no
queremos jugar con los sentimientos
universitarios.
Por suerte, no todo es tan malo.
Tambien hay cosas que son muy pro-












Leyes

de lo probable

y lo improbable


babies, como por ejemplo, que obten-
gas al menos un 2 en algin moment
de primer afo. Tambien es casi seguro
que si estudias matematica pura, me-
canica o automatica, el 90 por ciento
de tus compafieros de classes sean de
sexo masculine. Si eres de otra provin-
cia y estudias en la capital es probable
que transites por various status: de es-
tudiante becado a joven alquilado, de
soltero a casado o, en el peor de los
casos, de habanero entrecomillado a
estudiante > (adjetivo uti-
lizado para los que tienen que regresar
a sus provincias despues de graduarse).


Por otra parte, es muy probable que si
estudias en la UCI tengas buena co-
nexi6n a Internet, en cambio, si eres
estudiante de Medicina...
Hay otros hechos que tambien son
muy probables: que los muchachos de
la FEU interrumpan los turnos de cla-
ses, que los profesores se molesten y
los alumnos se alegren cuando esto
ocurre, que el profe recien graduado
convalide a la muchacha mas bonita y
que el joven atleta intent enamorar a
la profesora de Psicologia.
Pero entire probabilidad e improbabi-
lidad, existen series contradicciones. Por


0 *




p. --




ejemplo, si Ilegas 15 minutes tarde a un
tumo de classes probablemente los pro- 6

si ellos Ilegan tarde 15 minutes, ti no
puedes dejarlos afuera. Si de casuali-
dad, y como algo extrafio, atipico y raro, a
se te present un viaje al exterior (alglin(
event acadimico, causes familiares,
etc.) tienes que tener cuidado porque
por inasistencia puedes perder el afo;
sin embargo, si tus profes viajan...
En fin, que el studio de las proba-
bilidades no es solo para los matemi-
ticos. Hay que conocer sus eyes para
conocer la magnitude del asunto.
Pero no te desanimes, hay que rom-
per estas leyes, desafiarlas y hacer pro-
bable lo improbable. De hecho, ya td
lo estds hacienda. LCudn probable era
que Alma Mater saliera a color?, pO
que cambiara de format? LO mejor,
que Ilegara en tiempo a tus manos?
Esta es [a mejor manera de comenzar
el 2o11: desafiando la ley de la impro-
babilidad. LViste los colors y el cambio
de look? iQu e...? A ti te lleg6 Ia revista
en febrero, bueno, bueno, con calma,
que con esto de las probabilidades lo
inico seguro es que en la pr6xima linea
pondremos el punto final, de lo demos,
no nos podemos hacer responsables.m
















,s.
I . .
po*esi* a*


Fina garcia Marruz naci6 en La Habana el 28 de abril de 1923. Gradua-
da en Ciencias Sociales. Perteneci6 al grupo de poetas de la revista
Origenes (1944-1956) junto a su esposo Cintio Vitier. Desde 1962 tra-
bajo como investigadora literaria en la Biblioteca Nacional < t>> y desde su fundaci6n perteneci6 al Centro de Estudios Martianos
(1977-1987), donde alcanz6 la categorfa de Investigador Literario, in-
tegrada al equipo realizador de la edici6n crftica de las Obras Comple-
tas de lose Marti. Su poesfa ha sido traducida a various idiomas y reza
en diversas antologias de la poesfa hispanoamericana. Se le otorg6 el
Premio Nacional de Literatura en 1990.


A LOS HEROES DE LA RESISTENCIA


(En el llano, en las ciudades:
a todos los quefueron mdrtires.)
Dios mfo, tu no les daras a los que padecieron atrozmente
por la justicia, a los enterrados vivos,
a los que les sacaron los ojos o les arrancaron
los testfculos, a los amenazados
en lo mas vulnerable, la mujer o los hijos,
td no les daras la gloria effmera de un nombre
que se repite vagamente en las conmemoraciones patrias,
un dia que sirve para que vayan a las playas
o el estudiante se redna con su novia,
td no pondras su retrato a la puerta del taller
o le pondras su nombre a alguna escuela,
td no les daras esos premios hermosos,
pero sin duda definitivamente insuficientes,
un estandarte glorioso que mueve a las muchedumbres
a los nuevos herofsmos necesarios,
pues esto, con ser tanto, todavfa es tan poco
para la irreprimible exigencia del coraz6n,
y todavfa serfa quedar en deuda con ellos,
pues la justicia de amor ha de ser otra,
la que desea la esposa para el esposo,
el amigo para el amigo,
el hermano para la hermana,
la madre para el hijo,
td le daras lo unico capaz de saciar la exigencia mas alta
y nada menor que esto,
Ilegara la hora de la infinita dulzura no correspondida,
del amor mil veces defraudado,
lo que espera vagamente en el rostro de toda adolescent,
la hora del encendido amor, la hora
de la que dijo el poeta: los mutilados de las guerras
que volveran sanos a sus hogares,


sera el consuelo profundo, el que sorprende revelando
hasta que punto no habiamos sido antes consolados,
la hora que Ilene el vacio del satisfecho y el vacfo
del insatisfecho, la hora de la dicha
que siempre esper6 el coraz6n,
porque en el moment de la agonfa
no pudo ser consuelo suficiente saber que no serfa en vano,
ni todas esas frases del ejemplo que no muere
y de que el h6roe no ha muerto,
porque el h6roe se muere y se muere siempre solo
porque tuvo que haber un instant de absolute soledad,
agonfa del cuerpo y agonfa del espfritu,
un instant al cual nada tenfan que ofrecer
la historic ni los partidos,
instant sacro del por qu6 me has abandonado:
pero ese instant, Dios mfo, td no .lo lidar: ..
el Amor no puede olvidar al amor." j
el Amado a la amada,
td uno a uno guardaste sus pasos, no escondergs su rostil
tW lo haras reclinar junto a tu pecho el dia del regres.l
a la muerte de los heroes
tu no la conmemoraras con u ai elo-
sino con la etemidad de la,a egria, a .,
no les dargs la bienaventira u ete I
y es que ellos verfan a Dios en su pureza,
ni la de los pacfficos, a enes plrietis
que ellos poseerfan lal i
ni la de los que Iloran
que ellos serfan consof
sino la m6s alta bienav nt r
la promesa: pero bienaventr s
los que padecieron'p&r ia '
porque de ellos es el reirrn de: .ii. . 's.





















El escritor argentino jorge Luis
Borges solia decir que el tiempo jue-
ga un ajedrez sin piezas. La metafora
sugiere la idea de un duelo tenso. Y
lo es. Cada afo que comienza trae
consigo la oportunidad, y tambien la
tristeza, de ofrecer 365 jugadas os-
curas, peligrosas.
Al comienzo de la partida usted, de
seguro, sentira frio en las palmas de las
manos. Es 16gico, pensara, estamos en
enero, febrero, quizas marzo. No se en-
gafe, en verdad lo abruma el reto que
tiene por delante. Le han ensefado
que el tiempo siempre result un ad-
versario dificil.
No se aflija. julio Cesar, el gran
conquistador romano, llor6 frente a
una estatua de Alejandro Magno la
mafana de su cumpleaios veinti-
tres. A esa misma edad el macedo-
nio era rey de un pals y 10 afos
mas tarde dominaba casi todo el
mundo conocido.
Cesar logr6 su cometido despues de
cumplir los sesenta. Recorri6 un cami-
no espinoso. Padecia de epilepsia, lo
condenaron a muerte un par de veces,
desafi6 publicamente el poderio de las
legiones romanas. Pero venci6. Si 61
pudo, usted tambi6n.
En primer lugar, debe entender que
este no es un juego de ajedrez real. No
ganara mas ripido si lanza sus caballos
contra el adversario, o si intent un


ataque suicide. No, usted no compite
en una carrera de 1oo metros pianos.
De nada servira robarse la arrancada.
Ahora se enfrenta a un corredor de
fondo, acostumbrado a esperar a su
victim hasta que esta caiga rendida
de cansancio.
Evalue sus posibilidades. Precise si
quiere correr riesgos, o alcanzar sus
metas poco a poco. Quizas le viene me-
jor la estrategia del <.
Algunas personas no tienen una mejor
virtud que la de poder alimentarse con
las sobras de los demas.
Para alcanzar determinados objeti-
vos debe colocar bien sus piezas. Ponga
sitio a la fortaleza enemiga. Aceche un
breve error, un letargo. Mire a su alre-
dedor: abril florece, mayo trae el amor,
en junior maduran las espigas. Disfru-
te el juego. Si todos a su alrededor
se sienten felices, usted no tiene que
amargarse la vida por gusto. Ademas,
nadie puede asegurar que la diversion
esti refida con el trabajo.
Alarmese si ve que sus peones co-
mienzan a desaparecer de la mesa
de juego. Observara que much
gente ya termin6 su partida. Unos
se desanimaron antes de tiempo.
Otros han recogido la cosecha que
sembraron temprano. No se apure, a
todos les <.
Ya entr6 al calor del juego. Transcu-
rre julio, quizas septiembre. Le dolerin


las ausencias alrededor del tablero. Se-
guro extrafa a sus hijos, a la mucha-
cha que venra a verlo, al esposo que
trabaja lejos. Piense que ellos, como
usted, sostienen una guerra en con-
tra del tiempo. A esta altura lleg6 la
hora de sacrificar piezas importantes
para obtener resultados concretos.
Las Iluvias de octubre han alejado a
criticones, envidiosos y mal hablados.
El auxilio Ileg6 tarde. Usted no se junt6
con la gente que le podia ensefiar cosas
tiles. El ajedrez es un juego de vida. Se
aprende en la practice diaria. Tambien
existe el peligro de corromperlo al imi-
tar los malos ejemplos.
En noviembre su cuerpo comen-
zara a resentirse de tanto esfuerzo
en vano. Se le engarrotan las manos,
de pronto cae una oscuridad sobre
los ojos. Ahora se conformaria con
unas tablas.
Usted se maquilla el rostro para
ocultar las arrugas, y cualquier eviden-
cia de preocupaci6n, de cansancio. El
juego dura ya unos minutes, o medio
siglo. Conserve las esperanzas hasta el
final. Alguien dijo que son malas con-
sejeras pero magnificas compaferas
de viaje.
Por fin Ilega diciembre y no ha logra-
do ninguna de las tareas que se prome-
ti6 en enero. No se justifique. Recuerde
que nadie lo ha derrotado. Usted per-
di6 por tiempo.


















K4EI


air


-l.


L ~ee~4


~m., J::


~1ir' .Jf~dr


r ~r-. *~










Kamyl Bullaudy Rodrfguez,
descendiente de libanes, naci6
en la provincia de Holguin,
en el afio 1963. Es hombre
carismatico, experimental,
que ama la naturaleza y de
un tiempo a la fecha, ubica a
la figure de Jose Martfcomo
centro de su inspiraci6n.
cento. Me gusta elaborar todo en el
trabajo, hasta las herramientas: los
pinceles, martillos... Eso tiene ade-
mas pinceladas de la filosoffa Zen,
pues lo disfruto al maximo, como el
propio acto de firmar una obra>>.
Kamyl Bullaudy se define tambien
como un hombre sencillo, capaz de
sensibilizarse con pequeias cosas a
su alrededor. Muestra una apariencia
desalifiada y natural, que contrast a la
perfecci6n con sus espacios de trabajo.
Las plants, los perros, la muisica y el
tabaco, se proyectan en el dfa a dia de
este artist de la plastica, como apen-
dices de su ser. En tanto, dos figures se
dibujan cual compaieros inseparables
ante su realidad. Una de ellas, Isis Mar-
len, su esposa; la otra, jose Marti.
te en la cotidianidad. Habita en esta
casa. Adondequiera que uno mira
se ve: en los cuadros, esculturas, las
manchas de la pared..., las sombras
en el piso... Desde que entr6 a mi
vida, soy mejor persona, mejor pro-
fesional. Hallarlo fue como encontrar
a mi Dios.
�Donde modela como centro, en
cualquiera de los generos o forma-
tos, va mas alla de la iconografia, de
la fria imagen visual. Siempre result
una puesta en escena, un viaje hacia
el interiors.


Antes de la creaci6n monotemati-
ca sobre la figure del Heroe Nacional,
ostenta Kamyl una fecunda y hetero-
genea producci6n. A pesar de seme-
jante aval, manifiesta sobradas razones
para pintarlo, esculpirlo, leerlo, y hasta
comercializar su imagen. Asimismo,
admite los rasgos establecidos en sus
retratos del Maestro. le acentio los ojos rasgados. Igual lo
identifico con la gama de los azules,
por la insularidad, la melancolia...
nen. Sin embargo, cuando uno se decide
por una t6cnica, se crea un sell, un estilo,
debe intentar que las personas reconoz-
can su autorfa sin remitirse a la firma. Hay
motives recurrentes y etapas explotadas
al maximo, para volver o no a ellas.
gallos, los retratos, los paisajes urba-
nos..., Martf seguira comportandose
como una constant en mi trabajo.
de gratitud con eI, un hombre capaz de
sacrificarlo todo por los ideales. Por eso
le dedico tanto tiempo.
lo reflejo, incluso a los extranjeros. Con
ellos sucede que a veces no lo cono-


Tftulo: Identidad
Acrlico I Tela
143 cm x 250 cm


-- �- ...---L1*..;













































cen y me compran una postal, y debo
entonces remitirlos a sus obras, la casa
natal, el Memorial...�>
Mas, en contradicci6n con esta sol-
tura y multiplicado quehacer, Bullaudy
asume estas interpretaciones y ap6cri-
fos del ap6stol, con un exceso de res-
peto y respaldo bibliografico.

PLASTIC, ACTOR Y MECANICO

Un rato de conversaci6n junto a Ka-
myl Bullaudy deviene sesi6n de �risote-


rapia.> Quizas por el carisma, su carac-
ter ligero, tipico de gente de pueblo, o
por sus antecedentes como humorista.
< como actor, aproximadamente a los nue-
ve afios. Mi padre era humorista y direc-
tor de teatro. Desde nifo me vincule con
eI y su ambiente. Con algo de edad me
dedique sobre todo a realizar las esceno-
grafias, algo minimal, por supuesto.
< de Holguin distintas personas se me
acercaron para felicitarme, pues seg6n
ellos, me convertiria en un actor de
verdad. Debiexplicarles que mi pasi6n,
mi fuerte, son las artes plasticas, amen
de los origenes histri6nicos>.
No obstante, la comprensi6n y apre-
ciaci6n de las composiciones de este
creador, revelan una imbricaci6n de te-
las y tablas. Las luces irreales y coloridas,
provenientes de los angulos mas diver-
sos de las piezas, insisted en la posici6n
teatral impresa a los personajes.
abstract frustrado. De ahf mi rompi-
miento con la academia, el dibujo. En
ocasiones preferrifa no saber dibujar,
con tal de acudir a soluciones abstractas.
Dentro de la figuraci6n intent resolver
las cosas con el color en abstracci6n. Por
eso se ven brochazos, no fundo much
los tonos, los superpongo.
como materico. Trato de usar cuanto
encuentro a la mano. Reciclo los obje-
tos y sus utilidades, a pesar de devol-
verlos a la vida con diferente 6ptica�.
En las instalaciones de Kamyl, entre-
lazados a modo de rompecabezas, co-
bran sentido los metales en desecho.
Los fragments de hierro, casi nunca
intervenidos, se someten a sus antojos
con el fin de coordinar rostros, cuerpos,
y otros elements de la modernidad.
Si bien esta tendencia marca un
aparte en su ejecuci6n pict6rica, dis-
tingue la curva que hace unas decadas
materialize la ceramica en el camino
de este holguinero.


Tftulo: Paisaje cubano
Acrflico I Tela
170 cm x 140 cm





ventud para aprender a hacer cerami-
ca, jpero a mi manera!
menzaron a Ilamarme: el mecanico de la
ceramica, pues siempre arrastraba una
caja repleta de clavos, cristales, 6xido...,
ya que sofaba con lograr algo especial,
no traditional. Con tan mala suerte, to-
das las quemas me salian mal.
homo junto conmigo, ya que explota-
ban, se pasaban o no Ilegaban...
una actividad y dejamos una series
montada en el horno. Al Ilegar, lamen-
tamos la perdida. En efecto, se destro-
zaron todas, salvo mi plato (conserva-
do hasta hoy).
el punto de partida para ampliar el ex-
perimento. Trabaje con metodologfa, y
salieron entonces cosas increibles.
�A partir de ahf, cuando alguien de-
seaba introducir determinado elemen-
to a la ceramica, quienes me habian
criticado corrian a consultarme>.

ESCALAR EL CANSANCIO

hasta altas horas de la madrugada me
mantengo pintando, soldando, hacien-
do ceramica... Mientras mas r6pido se
trabaja, antes se madura.
�No creo en la musa, la inspiraci6n
tiene que Ilegar con la mano caliente.
A esa sefiora, si no aparece, la traigo
por los pelos... Tampoco planifico con
bocetos, las variaciones son directs,
fluyen con la creaci6n.
exposiciones personales cuestan ago-
tamiento, pero dan la media de la
intensidad y la evoluci6n. Por eso me
atrevo y propongo cuatro o cinco ex-
posiciones al afio>.
En sintonfa con este comentario, vale
resaltar la ultima muestra de Kamyl,
exhibida en la galeria Carmen Montilla,


de la capital habanera, homenajeando
el aniversario 157 del natalicio del Ap6s-
tol. Se titula Paisaje Cubano, e incluye
11 telas de gran format, 12 esculturas
en hierro, y unas 10 composiciones de
elements reciclados. u


La figure de Martitambien result
motive en las esculturas de Kamyl.


A


t


. . g e
.4.
0 0 l 0 de la I .

Bulud oriuz


<















fooreprtj


V l~ %3
~E ~-, FidId~


FRI.-
HH


-w?1IIP~ -- --..::�1- ~


ARTE ]OVEN...
EN CIEGO... CON DIAMANTES


Seis dfas bastaron para que Ciego
de Avila reverdeciera de puro talent
juvenile. La XX edici6n del Festival Na-
cional de Artistas Aficionados de la FEU,
sacudi6 la region de la Pifa, enardecida
frente a tantas acciones culturales. El
Parque Central, la Biblioteca Provincial,
el majestuoso Teatro Principal, la sala
cinematografica Carmen, practicamen-
te ningin espacio le cerr6 las puertas a
la fiesta. A Santiago de Cuba, pr6xima
sede del event, no le queda otra que
< (QO debe-
riamos decir <?)

























.i I







III







1/ '-p






4. i ;








'-















''4



/�0










Dos Lennon:
un escultor


Por Caridad Rosario Vargas Figueroa
Fotos: Cortesfa del entrevistado


Sq-


T -. t-





< sento humanizado porque entendi6 y
particip6 much de la vida. Quiero que
las personas lo descubran y vean como
una imagen incorporada a su realidad.
Su pose contemplative convoca al tran-
seunte>, me express el escultor jose
Ram6n Villa Sober6n sobre su estatua
de Lennon, erigida en el parque capita-
lino de 17, entire 6 y 8, en el Vedado.
Villa posee una amplia experien-
cia en el arte figurative. Confiesa que
enormemente. Sin embargo, siempre
cuando termino algun trabajo, hay un
pequeno tiempo, en el cual me Ileno
de dudas>.
El tambien creador de la escultura de
El Caballero de Parrs, asevera: < pio personaje provoca al public, hace
que la gente lo visit. Lennon sigue vi-
gente. La imagen escult6rica, a su vez,
produce una reacci6n y conmueve>.
De apacible dialogo, no exagera
cuando habla del influjo de su estatua.
El musico de Liverpool recibe muchas
visits. Los novios al casarse se foto-
graffan junto a l6. La gente en el parque
escucha e interpret sus canciones.
Nunca le falta una flor. Incluso, le hacen
ritos afrocubanos.
< ciego de la mano de los padres palp6
la estampa de Lennon. Asi el pequeino
pudo saber c6mo era su idolo>.
Villa Sober6n al emplazar las obras
juega con el entorno. Sus personajes,
se entrelazan con nosotros y provocan.
Acerca de ese , dice:
ci6n entire el monument y el public.
Quiero modificar la vision de la es-
cultura traditional. Rindo tribute a un
personaje, sin ponerlo en un pedestal o
en pose teatral. El verdadero reto es la
comunicaci6n con el espectador>.
La figure de Lennon esta Ilena de
peculiaridades. En una placa, ubicada a
los pies del mlsico, se puede leer un
fragmento de la canci6n Imagine: <

ras que soy un soiador, pero no soy el
unico>. La frase a mi me gust6 much
-comenta Villa- y la creo apropia-
da para que la gente sepa en realidad
quien era Lennon. De alguna forma
nos compromete a nosotros tambidn
como sofadores. A Fidel le gust6. Me
pregunt6 si la habia dicho Lennon, le
dije que si y 61 respondi6: much el texto, porque yo he sido toda
mi vida un sofador>.
Otra de las peculiaridades de la
estatua del parque citadino es su
vestuario. rfa en La Habana. Idee c6mo lucirfa la
camisa. Para hacerla me inspire en la
del Ministro de Cultura Abel Prieto. Al
igual que Abel, Lennon lleva esta pieza
de un modo desenfadado, semiabierta.
Abel es de mi generaci6n, le gusta la
musica de Los Beatles, asi que lo tome
como modelo�.

IMAGINE QUE NO HAY PAiSES

Villa recibi6 la propuesta de un colec-
cionista de los Estados Unidos, amigo
del desaparecido pintor Raul Martinez,
de realizar una copia de la escultura
cubana original. Esta idea no la acept6,
sin embargo, propuso al interesado la
creaci6n de una nueva figure de Len-
non. La propuesta fue acogida.
Esta segunda representaci6n se en-
cuentra en Denver, Colorado. < pire en la portada de un disco de Los
Beatles. En esa foto los integrantes del
cuarteto aparecen caminando por una
calle. En la escultura, al igual que en la
instantanea, Lennon camina. Me acer-
quA bastante a la imagen original, pero
cambie el perfil. Para lograr mas credi-
bilidad y atractivo, hice que el viento
le diera en el rostro, le moviera el pelo
y el saco. No se trataba de reproducir
de manera mecanica la fotografia, una
cosa es la expresi6n de una foto y otra
la del arte escult6rico�.
Villa nunca ha contemplado esta
creaci6n de Lennon, solo la ha visto


mediante una imagen enviada por el
coleccionista. La participaci6n de nues-
tro escultor se limita a modelar la obra
en yeso. La estampa en este material se
llev6 a los Estados Unidos, allise fundi6
en bronce. crea cierta insatisfacci6n porque termi-
n6 en una propiedad privada. Me da mis
placer saber que una obra esta expues-
ta en un sitio public, donde puede ser
visitada por todo tipo de personas. Me
gusta que la gente sienta como suya la
escultura>.
Cada uno de los Lennon, < historic motivada, diferente. En las dos
he encontrado retos. Ahora caminan
por sus propios pies>.
jose Ram6n Villa Sober6n, hace 10
afos revivi6 en La Habana una figure
que admire desde su juventud en los
afios sesenta. Con este regalo, trajo para
los actuales j6venes el conocimiento de
un personaje que cant6 para todos los
tiempos. U








Che,

un hombre nuevo
Para un entendimiento
de lo human esencial
Por Pavel L6pez Guerra
Fotos: Archivo

Hacia las postrimerfas de 2010,
el nuevo documental
del argentino Tristan Bauer
sobre el Guerrillero Heroico
continuaba siendo noticia.
La obra inaugur6 las actividades
oficiales del 32 Festival
International del Nuevo Cine
Latinoamericano, en la sede
capitalina del Pabell6n Cuba.
La secuencia que abre la cinta Che, un
hombre nuevo, no deja lugar a dudas so-
bre los postulados principles del film:
remover conciencias a partir del bosquejo
biogrifico de una personalidad excepcio-
nal, evadiendo los subrayados emotivos y
las mitificaciones esteriles con los cuales
suele enfocarse a los heroes.
En esos minutes iniciales la camara
adopta una posici6n cenital-a6rea, que
coadyuva el necesario distanciamiento
y de paso emula la perspective universal
desde la cual se proyect6 el pensamiento
guevariano.
De su voz escucharemos raldos negros>>, de Vallejo, mientras la
edici6n se aventura a alternar el afiejo
ritual de la barbarie: Guerra, muerte, el
hongo at6mico, esos < odio de Dios>> que diseccionara el bardo
peruano.
Rematando la secuencia, las imagenes
del propio Guevara asesinado: su mirada





perdida, apagada de forma imprevista cuando parecia vis-
lumbrar el sueRo de emancipaci6n mas nftido y refulgente.
Muerte que se suma de forma abrupta a la secuencia ana-
16gica del caos.
Con este gesto Bauer devela otra de las claves de su
propuesta cinematografica: Guevara-personaje adopt
una inusual movilidad dentro del esquema de la repre-
sentaci6n. Muta, sin que nos demos cuenta, de sujeto a
objeto del discurso.
El cineasta concede libertad vocal al h6roe en la casi to-
talidad del material, y permit que sean sus palabras, resca-
tadas de multiples manuscritos (algunos ineditos), las que
gufen al espectador hacia el entendimiento de la realidad
que lo circunda.
Por supuesto que toda libertad vocal es relative.
El director de la cinta se encar-


ga de graficar cada disertaci6n
de Guevara con un vastisimo ar-
senal de fotogramas de archivo,
que trascienden, en ocasiones,
la circunstancia espacio-tempo-
ral del protagonista.
Se crea entonces entire di-
rector y personaje una tension
discursiva que enriquece sobre-
manera el plano ideo-estetico de


Bauer se es
meditaciones
para subraya
esenci
La excepci
ese pensam
inusitada


Ia obra.
Dicha tension, vale aclarar, no se sustenta en el enfrenta-
miento o contradicci6n entire los agents narratives. Bauer
se escuda en las meditaciones de Guevara para subrayar
dos ideas esenciales: La excepcionalidad de ese pensamien-
to y su inusitada vigencia.
En cambio, pese a describir un arco existencial de prin-
cipio a fin, no es solo < la que seduce al director.
Ella constitute un pretexto para evaluar la pertinencia y las
dinamicas de esos suefios libertarios a los cuales sigue aspi-
rando una part de la humanidad.
Dos concepts vitales se reiteran a lo largo del metra-
je como especie de leitmotiv: El Ilamado de alerta sobre el
advance y alcance del capitalism en su fase mis desarro-
Ilada, y la critica hacia el interior de los process revolucio-
narios, que desmenuzara, con particular agudeza y caracter
visionario, el propio Guevara.
Asi aparecen una y otra vez, junto a los ideales de justicia
e igualdad inherentes al moment hist6rico, las reflexiones
del Che sobre las causes y peligros del burocratismo, la ne-
cesidad de entender la Revoluci6n como una experiencia
colectiva ajena a caudillismos y hegemonfas, o el valor del
trabajo como agent para el desarrollo de la conciencia so-
cial en los individuos.


Asimismo, director y personaje rebasan cualquier atisbo
de triunfalismo.
Ev6quese tan solo el segment donde se comenta la
temprana crftica del Che al Manual de Economfa Polftica,
gestado en la epoca estalinista, estandarte de una instru-
mentaci6n mecanica y acrftica del marxismo. La lucidez del
montaje convoca para la ocasi6n imagenes de multitudina-
rios desfiles en la Plaza Roja, sucedidos por el derrumbe del
muro de Berlin, con toda su carga de significaciones.
Sobran las palabras.
El peligro ante la ofensiva del imperialism, esa bestiali-
dad que, segun Guevara, ni pertenece a un pals determinado [...], que convierte a los
hombres en fieras sedientas de sangre�, se mantiene como
constant en el filme.
Otro acierto de la obra radica
en la inteligente cuda en las zaci6n> del discurso, que opera
de Guevara eludiendo la manipulaci6n senti-
ir dos ideas mental propia de cierta documen-
ales: talfstica, empefiada en convocar a
)ali d de tal o mis cual entrevistado para
onalidad de
evocar detalles superfluos so-
iento y su bre su vida privada o la de otros,
vigencia. mientras se echa a llorar
ma viva�.
Aquf conmueve la robustez de
pensamiento, la integridad y profundidad de la figure del
Che, que aflora desde su propio testimonio.
Su voz le otorga al filme, ademas, un valiosfsimo tono in-
timista, como de secret y sentida confesi6n, el cual poten-
cia la identificaci6n del espectador frente a la arquitectura
ideol6gica del protagonista.
Claro que no todo es color de rosa.
A veces el recurso de la voz en offy el mon6logo gueva-
riano legan a resultar cacof6nicos y reiterativos. Ocasional-
mente, las palabras redundan en lo que muestra la imagen.
Se extrafia, por moments, la entrevista seria como herra-
mienta de indagaci6n para agregar aristas nuevas al retrato
de la figure. La ortodoxa linealidad cronol6gica del discurso
tambien entorpece la vitalidad de la propuesta, la cual roza
las tres horas de duraci6n.
Mas, todo ello result insignificant ante los valores del
documental.
Bauer se apunta otro tanto en un genero, del cual ya ha
regalado piezas antol6gicas a la altura de Cortdzar (1994),
o Evita, una tumba sin paz (1997).
A su vez, la obra se suma a la ola de gestos culturales
interesados en tomar como epicentro al Guerrillero Heroico
en la actualidad.





















WNNAPeikD rr ..RMA

GAEL GARCIA BERNAL Deai qam of flmdo
OMGO SE LA SERNA to Camibia yybu p@*
MIA MIAESTRO ieew al nundo.
V w-u.

MOA IEbI WGVU


Cartel promocional
del mss reciente documental
de Tristan Bauer


Recuerdese
tan solo las peli-
culas de Steven
Soderbergh, o la
recreaci6n de la
juventud del heroe por Walter Salles en
su Diarios de motocicleta.
iSera que su ejemplo permanece
como reliquia arqueol6gica, que no
halla parang6n en el mundo contem-
poraneo o, por el contrario, su estatura
aun constitute una meta possible a la
cual podemos y debemos aspirar?


Interrogantes que resultaran por
siempre consustanciales a la imagen
de Guevara.
Aunque valdria ser optimista.
A fin de cuentas, ya el cantor nos
alert sobre la arcilla de ese nuevo> que ostentard < fusil y por luz la mirada>.
gres>, dijo.
El mundo, entretanto, seguira aguar-
dando por tan vitales afluentes. n


Trst* Baur




3-Lo ibo6y/ no6 h (999)

, 9~ii t ' aj)(997) 9

5 COr~ (1994e.

6- *E~ d e * . as
9 99 6etrje (993 6
esped la to t (1991).













Marti

y la universidad

Por Luis Toledo Sande


El Diablo Cojuelo (1:29-36)1, que, por
la efimera en
que naci6, tuvo un solo ntlmero, fechado
19 de enero de 1869, tom6 por nombre
y voz literaria el titulo y el protagonista
de la novela del autor espafiol Luis V6lez
de Guevara. El peri6dico trasluce el am-
biente habanero marcado por el inicio el
10 de octubre anterior, en la zona orien-
tal de la Isla, de nuestra primera guerra
de independencia. Jose Martf, que esta-
ba por cumplir diecisdis aios y cursaba
el bachillerato, escribi6 el articulo de
fondo, y condiscipulos suyos -seguin
indicios- las gacetillas, que entire otros
asuntos aluden al estado de la univer-
sidad en Cuba y reclaman ouna ley de
libertad de ensefianza>.

LA JUSTICIA PRIMERO

Martf, quien se gui6 a lo largo de su
vida por los ideales y la practice de la
justicia, venci6 brillantemente los nive-
les de instrucci6n hasta graduarse en
la Universidad de Zaragoza -en 1874,
durante su primera deportaci6n- de
licenciado en Derecho Civil y Can6nico
y en Filosofia y Letras. Pero, lector vo-
raz, fue autodidacta ante todo, y nin-
gin texto le result mas atractivo que
la vida. Puede aplicirsele uno de sus
elogios al pensador estadounidense
Ralph Waldo Emerson en la semblanza
que le dedic6 en 1882:

bol sabe mas que un libro; y una estre-
Ila ensefia mas que una universidad.>>
(XII:22) En ello, acaso mas que en su
conocida falta de dinero para pagarlos,
puede pensarse ante el hecho de que
muriese sin los tftulos que en Zaragoza
prob6 ampliamente merecer.
En su Diario de Montecristi a Cabo
Haitiano, que cubre esa etapa de la
trayectoria que sigui6 para incorporar-
se a la > que el habfa
concebido y preparado, hallamos un
raigal rechazo a [...] como aln se las entiende [...] son
odioso, y pernicioso, residue de la tra-
ma de complicidades con que, desvia-
da por los intereses propios de su pri-
mitiva y just potencia unificadora, se
mantuvo, y mantiene auln, la sociedad
autoritaria [...], aquella basada en el
concept, sincere o fingido, de la des-
igualdad humana, [...] mero resto del
estado barbaro> (XIX:203-204).
Acumul6 un pasmoso caudal infor-
mativo que puso en practica para bien
del espfritu y de los actos de transfor-
maci6n. No vio en el conocimiento un
lujo, sino una herramienta vital. Ech6
su suerte con los pobres de la tierra,
y en el pr6logo a Cuentos de hoy y
de maiana (1883), de Rafael de Cas-
tro Palomino, express: problems que pasan hoy por capita-
les, solo lo es uno: y de tan tremendo
modo que todo tiempo y celo fueran


Con numeros romanos indico el tomo
y con arabigos la paginaci6n de las
citas en las Obras completes de jose
Marti publicadas entire 1963 y 1966
por la Editorial Nacional de Cuba, y
reimpresas en 1975 y en 1991 por
la Editorial de Ciencias Sociales,
que en 1973 afiadi6 un tomo, el 28,
no reproducido luego. Sin 61, esas
Obras completes circulan tambien
en soporte digital, con auspicios del
Centro de Estudios Martianos.





pocos para conjurarlo: la ignorancia de las classes que tienen
de su lado la justicia> (V:1oi).

SIN VENDAS NI AMBAGES

El 19 de marzo de 1892 public en Patria de La Habana> (1:339-340), en apoyo del reclamo de que la
universidad en Cuba tuviera un derecho que la metr6poli le
negaba: otorgar el doctorado, �aunque�, dijo refiriendose
al sabio Tranquilino Sandalio de Noda, compatriota autodi-
dacta, La necesidad de enfilar los planes de studios por cami-
nos ajustados a las condiciones propias fue una preocupa-
ci6n cardinal para 41, no solamente en el caso cubano. En
< (VI:15-23), ensayo publicado al romper
1881, sostuvo: < certamenes no ha de ser para la
mejor oda, sino para el mejor es-
tudio de los factors del pals en
que se vive. En el peri6dico, en la Al mun(
catedra, en la academia, debe lie- corre
varse adelante el studio de los la univ
factors reales del pals. Conocer- nu
los basta, sin vendas ni ambages;
porque el que pone de lado, por
voluntad u olvido, una parte de la
verdad, cae a la larga por la ver-
dad que le falt6, que crece en la negligencia, y derriba lo que
se levanta sin ella�.
En la misma pagina declare: nocer el pals, y gobernarlo conforme al conocimiento, es el
6nico modo de librarlo de tiranfas. La universidad europea
ha de ceder a la universidad americana. La historic de Ame-
rica, de los incas aca, ha de enseiarse al dedillo, aunque no
se ensefe la de los arcontes de Grecia. Nuestra Grecia es
preferible a la Grecia que no es nuestra. Nos es mas necesa-
ria.> No pedfa ignorar la historic del resto del mundo, sino
que se enseiara la propia, aunque no pudiera enseiarse
aquella. Al inicio del texto repudi6 la actitud del < vanidoso> que , y
se pierde asi la posibilidad de advertir y enfrentar los peli-
gros que se ciernan sobre su pals.
Al reclamar que la educaci6n tuviera caracter cienti-
fico, no sugeria descuidar la producci6n artistic y lite-
raria, sino tender la urgencia de bracear con las fuer-
zas de la naturaleza en beneficio del ser human, sin
lastimarla con dafos evitables. Tambien pedfa caracter
cientifico para el studio del arte y la literature. Con esa
orientaci6n integradora llev6 a cabo entire 1883 y 1884
una intense labor en la revista La America, publicada en


Nueva York en espanol, pues se dirigfa especialmente a
los pueblos hispanoparlantes del Continente. En de electricidad�, articulo aparecido en el numero de no-
viembre de 1883, planted: < la universidad nueva� (V1ll:281).
All afadi6: �no esta la reform complete en aiadir
cursos aislados de ensefanza cientffica a las univer-
sidades literarias; sino en crear universidades cienti-
ficas, sin derribar por eso jams las literarias; en Ilevar el amor a
lo dtil, y la abominaci6n de lo initil, a las escuelas de letras; en
ensefiar todos los aspects del pensamiento human en cada
problema, y no,-con lo que se compete alevosa trai-
ci6n,-un solo aspecto;-en Ilevar solidez cientffica,
solemnidad artistic, majestad y precision arquitec-
turales a la literatura� (282).

ENSElANZA Y PODER


do nuevo
sponde
ersidad
eva


Sabia que los intereses do-
minantes, calzados con el poder
politico, torcian el saber y la ense-
ianza. En una de sus cr6nicas de
tema europeo, dedicada a saludar
la erecci6n en Moscu de un mo-
numento a Pushkin (XV:416-423,
traducci6n), afirm6 con respect


a la Rusia de entonces: versidades eran los ayudas de camara intelectuales del zar.>
Aunque centrado en aquella sociedad, el juicio se percibe nu-
trido por su conocimiento de otras, como los pauses de nues-
tra America, en algunos de los cuales residi6, y, sobre todo, los
Estados Unidos, donde se hallaba a la saz6n y se fragu6 para
sf, como pensador y como dirigente revolucionario, una vision
antimperialista que hoy sigue siendo rectora.
A lo dicho sobre las universidades como escuderas del
zarismo, agreg6: crimen�, y mostr6 que en ese entorno y en otros semejan-
tes, basados en un funcionamiento sociopolitico similar, inclu-
so una relative apertura llevarfa el signo autocritico: �Nicolds
ascendi6 al trono. Con la mano que abri6 las universidades al
pueblo y la frontera a los libros, firm el perd6n de Pushkin.�
Al < el
anterior zar lo habia desterrado, como al libertador cubano
lo desterr6 la dictadura colonialista impuesta en su patria
por la Corona espalfola.
Otro camino de los poderosos para capitalizar la enseian-
za estaba en el contubemio con jerarquias religiosas. Hijo
de un mundo colonial donde la metr6poli espafola tuvo un
poderoso aliado en la cupula cat6lica, Martidenunci6 los pe-
ligros que esa alianza tenia en las escuelas en general, y parti-





cularmente en las universidades. Frente a esa realidad la edu-
caci6n emancipadora debia cumplir una funci6n vital. En otro
articulo de La America, narr6 con respect a Nueva York: < Universidad, de esas muy animadas con que los colegios ce-
lebran en junio su apertura de cursos, dijo, con palabras que
han recorrido entire aplausos toda la naci6n, algo semejante
a esto: en vez de Homero, Haeckel; en vez de griego, aleman;
en vez de artes metafisicas, artes fisicas. // Y esta demand es
hoy como palabra de pase, y contraseia de la epoca, en todo
diario bueno y notable revista�.
El agudo periodista no limitaba su mirada al ambito hispa-
nico y a la jerarquia cat6lica. En una de sus cr6nicas estadouni-
denses, fechada 9 de febrero de 1885, se lee: �ahora crece y
prospera [...] otra iglesia distinta que apoyada en los temores
de los incultos a quienes aterra con


el anuncio de la penitencia etema
y atrae con las solemnidades del
rito, y en los mayores y distintos
miedos de la gente poderosa, que
empieza a ver con recelo la libertad
polftica [...], cunde y se ensehorea,
atrae a sflas sectas mas autoritarias


y, por tanto, abandonadas del cul-
to protestante, crea universidades
de teologfa, prepare, para echarlo
por sobre la naci6n como una red,
un sistema de ensenanza religiosa, y echa al cielo impasible,
rodeada de palacios, una cathedral de marmol, mas frecuentada
y rica que todas las que proclaman el uso legftimo de la raz6n
libre� (X:i55-156).

PENSAR Y OBRAR SIN HIPOCRESIA

Con su anticlericalismo, procuraba Marti library a la huma-
nidad del dominio de lo que en otro texto llam6 < ventrudas> (V:468), y fomentar en general la libertad de pen-
samiento, sujeta en su ideario a las exigencias de la dignidad
individual y el bien colectivo. No intentaba sustituir forms
teocraticas de funcionamiento social por un extreme similar
a ellas: la ateocracia. Ni qued6 atrapado en las estrecheces
del positivismo. Este podia aportar luces frente a la escolas-
tica, pero no bases para la plena utilidad de la virtud: lejos
de abonar la espiritualidad, generaba el pragmatismo que
convenia a las classes dominantes, duefias de los medios de
producci6n, del mercado y de las ganancias, y practicantes o
aliadas del colonialism, aunque no fuese mas, ni menos, que
en lo cultural.
Marti sabia las limitaciones de ciertas ideas < cas� que pululaban en su entorno, y ante ellas sostuvo


L . . . . . . . .


en su semblanza de Emerson: < lo abstract, ve el conjunto; la ciencia, insecteando por lo
concrete, no ve mas que el detalle� (XllI:25). En uno de sus
cuadernos de apuntes se refiri6 a <
sin el espiritu> (XXI:382), o sea, sin los valores y las aspira-
ciones morales que estimulan en los series humans el afgn
de superaci6n como especie.
Hoy, un mundo devorado a la vez por la crisis del capitalism
y por el poderfo que ese sistema conserve, reafirma la vigencia
de las ideas de Marti, cuya orientaci6n 6tica perdura como bru-
jula para quienes asuman la necesidad de transformar emanci-
padoramente la sociedad. Las concepciones que el imperio del
capital promueve al servicio de su reino mercantil, se refuer-
zan con la perdida de espiritualidad y el auge de la desfacha-
tez, males que pueden permear incluso contextos opuestos al
capitalism. Basta para ello que se


resquebrajen las normas y los va-
lores necesarios para un funciona-
miento social en el que instrucci6n
y conduct se fundan en actitudes
plenamente culturales, insepa-
rables de la buena educaci6n, sin
adjetivos que, como formall, le
mengUen el alcance.


TILES Y VIRTUOSOS

Cada etapa del devenir human, cada estadio social, tiene
la posibilidad, cuando no el deber, de revalidar un concept
estampado en Lucia jerez, novela de Marti publicada por en-
tregas en 1885. Refiriendose a la ciudad hispanoamericana,
imaginaria, donde ocurren los hechos, la voz narradora expre-
sa: m6rtires y los ap6stoles> (XVIII:245).
Eso es algo que la historic de nuestro pais confirm, aun
en sus moments mas dificiles. Asifue en aquellos durante
los cuales brillaron luchadores como Carlos Manuel de Ces-
pedes, Ignacio Agramonte y el propio Marti, o devinieron
sfmbolos contra la opresi6n j6venes como los estudiantes
de Medicine asesinados el 27 de noviembre de 1871, y, mis
aca en el tiempo, una RepuTblica neocolonial que dio sitio al
ejemplo de Julio Antonio Mella, Ruben Martinez Villena y la
direcci6n, encabezada por el entonces joven abogado Fidel
Castro, de la generaci6n del centenario martiano.
La universidad y las fuerzas sociales todas deben latir en
funci6n de un ideal que Marti quiso transmitir a su hijo en
la dedicatoria de Ismaelillo (XVI:17), un ideal ya menciona-
do en estas notas y que, lejos de perder validez, constitute
cada vez mas una necesidad humana fundamental, y funda-
dora: la utilidad de la virtud. n


Las universidades
parecen inutiles, pero
de alli salen los martires
v los an6stoles













mencia.


'Generaci6n de imagenes mediante el
uso de trazadores radiactivos que se
fijan con diferente afinidad a los dis-
tintos tipos de tejidos.


Cuba

Energia nuclear:
los medios y el fin


En la paz relative el mundo supo aterrado la explosion
de la plant nuclear de Chern6bil, el 26 de abril de 1986.
Desde entonces resoplamos con harta suspicacia cada
vez que vemos en un triangulo de fondo amarillo las aspas
negras de la radiactividad.
No todo es hongo at6mico o flor radiactiva. Increiblemente vivimos rodeados de
tecnologias y artefactos que emplean el orden desordenado de neutrones, proto-
nes y electrones.
Debido a sus cuatro propiedades principles algunos cientifficos ven la radiactivi-
dad como una jirafa en medio de una muchedumbre -evidente y excitada-; actda
como GPS -no para de anunciarse-; como los fantasmas, pueden cruzar paredes y
finalmente pueden usarse como herramientas de trabajo para modificar estructuras
o provocar reacciones qulmicas.
Dominar estas cualidades ha sido uno de los triunfos mas rutilantes del ser human.
Su capacidad y poder intervienen igual en viejas radiografias o en la modema
Tomografia Axial Computarizada; se emplea en la comprobaci6n de piezas de alta
tecnologia como tuberias subterraneas de alta presi6n y en el tratamiento de de-
sechos. Tal vez la aplicaci6n en la esfera de la Medicina sea la mas conocida. La ra-


P�\
:�.





dioesterilizaci6n, por ejemplo, hace que
un product -entre otras particularida-
des-, pueda esterilizarse despues de ser
envasado. Y lo mas curioso, no deja re-
siduos de radiactividad. La probabilidad
de garantfa de seguridad testifica me-
nos de una posibilidad entire un mill6n
de que un contaminante sobreviva en
un artfculo medico.
Se afirma que el consume de radio-
firmacos para diagn6stico se incremen-
ta entire 10 y 15% anualmente, mientras
que el de radiofarmacos terapeuticos
crecera cinco veces en los pr6ximos 10
anios.

El Centro de Is6topos (CENTIS) quiza
sea una de las instituciones punteras de
un sistema de programs cubanos alre-
dedor de la energfa nuclear, rectorados
por la Agencia de Seguridad Nuclear y
Tecnologfa de Avanzada (AENTA).
Sus products abarcan compuestos
marcados con sustancias radiactivas,
radiofarmacos, generadores radioisot6-
picos y diagnosticadores.


Los servicios cubren marcajes es-
peciales con radionulclidos e investiga-
clones no clfnicas en biomodelos con
sustancias radiactivas; como laboratorio
secundario de la red metrol6gica na-
cional, verifica y calibra los activimetros
utilizados en la practice de la Medicina
Nuclear.
Entre sus resultados mas aceptados
estan los generadores radioisot6picos
como el Generador de Molibdeno Tec-
necio, que junto a los liofilizados para
el marcaje con Tecnecio, se aplican en
equipos de imagenologia nuclear.
Igual importancia tienen el yoduro de
sodio 131, para tratamiento de enfer-
medades tiroideas y el MIBG, marcado
con yodo 131, en soluci6n inyectable,
para diagn6stico y terapias de tumores
de origen endocrino.
Alta demand tiene el fosfato de so-
dio, marcado con f6sforo 132, para pa-
liaci6n del dolor por metastasis 6sea.
tisfacero es una de las propuestas de
CENTIS. El 70% de los ingresos son con


products y servicios generados con
investigaci6n+desarrollo+inversiones
propias, todo en una cadena importa-
ci6n/producci6n/calidad/comercializa-
ci6nlaseguramientolexportaci6n.
El 68% de las operaciones se realizan
con products radiactivos perecederos;
es decir, poco despues de elaborados
pierden su capacidad radiactiva. No hay
product en el centro que result mas
barato comprarlo afuera que elaborarlo
dentro.

Como muchos otros aspects de la
vida, los riesgos no son pocos.
El uso de la energia nuclear -cual-
quiera que sea la aplicaci6n en la paz-
implica tambien seguridad de las ins-
talaciones, la observancia de estricta
discipline tecnol6gica en los centros de
recepci6n-aplicaci6n de los products,
y finalmente la gesti6n -almacena-
miento y protecci6n- de los desechos
radiactivos.
La humanidad siempre tendria que
escoger. U















Esto si es

una elegia


iDetras de la barba blanca y negra,
de la sonrisa y las frases polemicas,
de los aretes de la oreja izquierda, del
genio futbolistico que viene de abajo,
puede vislumbrarse el rostro invaria-
ble y dantesco de la derrota?
Las noticias nos dicen que Diego
Armando Maradona no sale de su
casa en Ezeiza; parece que no vive,
no respira, no da sefiales ni se mues-
tra. Un jugador del seleccionado albi-
celeste declare que el Pelusa sufri6 la
derrota de Argentina ante Alemania,
en los cuartos de final del Mundial de


fitbol de Sudafrica, como si hubiera
perdido un familiar.
Antes del iltimo dia se marcharon
los sudamericanos del event, y con
ellos su tecnico, el idolo, el especta-
culo, el hombre que de taco devuel-
ve la pelota al terreno de juego, que
besa en la mejilla a todos y a cada
uno de sus jugadores, y que defiende
el talent del arte y no la fuerza del
musculo; el fitbol y no a sus duenos.
Las criticas de mediocres resen-
tidos y conservadores esquizoides
han caido sobre la figure del Diego,
sobre su pasajero fracaso. Pero uno
se pregunta si los asteroides grises
y effmeros que son sus detracto-
res pueden emitir luz en el cielo del
Diez.
Nadie debe asombrarse de la aco-
gida que el pueblo argentino prodigy
al seleccionado national en el aero-
puerto de Buenos Aires, tras el desca-
labro en tierras africanas. Maradona
ya encarn6 desde hace un buen tiem-
po la mistica y el acervo del caracter
gaucho. Maradona va de la prosa de
Borges a las canciones de Fito, de las
milongas al tango, de los barrios por-
tefios a la Patagonia y, por tanto, es
impossible que defraude.
Maradona es la esperanza irreve-
rente; se apropia de un destino y lo
desborda. Y en esta urgencia de la Il-
tima noticia y del ultimo suceso, fal-


tariamos a la historic si creyesemos
que el pibe pobre de Villa Fiorito no
saldra una vez mas de la soledad y del
letargo voluntario.
Esta derrota es bien pequena, esta
derrota es nada, un misero estornudo,
si miramos las muchas zancadillas, los
empujones de manos poderosas que
ha sufrido el ex jugador argentino a lo
largo de su carrera -el unico mago
que agarr6 un club pequefo y lo hizo
grande, que se fue al Napoli, al sur de
Italia, y reparti6 a los pobres un pe-
dazo de la gloria, un trozo del pastel
que habitualmente el opulento norte
se digiere solo.
Maradona es el fitbol, o al menos
es el f6tbol sofado. Lo trajo de algin
lugar y sabemos que existe. Cay6 en
Espafa 82, pero reapareci6 en Mexi-
co 86 y se veng6 de los ingleses.
Con su picaresca y su maestria, con
gambetas y mano de demiurgo, alivi6
en cierto modo, a decir de el, el do-
lor por los argentinos muertos en la
guerra de las Malvinas. En Italia 90 lo
daban por perdido, y con lesiones y
crfticas a cuestas lleg6 hasta la dispu-
ta del titulo.
En Estados Unidos 94 clav6 en el
angulo un bal6n y le firm a los grie-
gos un golazo. Corri6 hacia el corner.
Lo grit6 a la camara con furia, con
cierto pesar en la mirada, y vatici-
n6 quizas lo que vendria, la dudosa





expulsion de la cita del orbe por un
supuesto y oscuro dopaje con efedri-
na. Alguien vendi6 al diablo el alma
de los argentinos. Mercedes Sosa le
cant6. Argentina entera se volc6 a las
calls. Y el capitan celeste declare
que le cortaron las piernas. Cierto; lo
truncaron, aunque se publiquen otras
versions, lo apartaron por su irreve-
rencia contra la elite, y por su alergica
postura ante el silencio.
El fdolo del Boca fue posiblemente
el deportista mis popular del siglo XX.
Lo trascendi6 todo. No es de Argenti-
na, ni de Latinoamerica, ni del Tercer
Mundo, ni de ningin lugar. Maradona
siempre regresa, su esencia popular
es, como todo lo legftimo, incaptu-
rable. Su reciente derrota ante Ale-
mania la sinti6 -segun declare a la
prensa- como un puietazo en el
ment6n propinado por Mohamed All.
Ahora el legendario Diez se duele
porque sabe que le ganaron bien. El
mundial de Sudafrica pasara, y con 61
la contundencia de los cuatro goles
teutones. Pero el Diego va a volver,
porque es una especie de aleph fut-
bolfstico, esta en todas parties, con-
tiene en su estilo cada demostraci6n
de maestria, y resurge de cualquier
s6tano ordinario.
Maradona seguira diciendole al
buen fitbol (de est6tica y pulm6n,
alma y elegancia) las palabras que
repetia con insistencia en el tunel del
Green Point, antes del partido con-
tra los alemanes el pasado 3 de julio:
< muchachos, nosotros hablamos en la
cancha>>.
El que le cante un requiem al astro
argentino esta sentenciado. Si tene-
mos que decirle algo, para no faltar a
lo que dicta el tiempo, que sean las
6ltimas lfneas de aquel nostalgico
blues que el musico espafiol joaquin
Sabina una vez le compuso: < Maradona. En vos confio>. n


Amigos| noveleta
deRaq*ul Por Yuris N6rido


^ . . . * * - I - 0 . 3.. - * . * - **. 0 *







0. .' 0 Raq uel - no S. r c p . . . su
Lo . .0.6. . . ..atr s







la 5 . - . S. - - .c bien .s . * 000 0. . . Lo
.. . pal .... ..r.. no....,locos... .. .... .




no - l - . Con una .ranquli^ .oberb! .a r *.
d im presi o t se .e. inm. .*i . l* | * e s . * se











.angilre fr. -se .jact *. * *e *i Barbara.
Titnale onio'maicosaene a p ' al a ral
Sebastian. enffij vefJSde cucaarf as bia maripoas.
B3�B^^ES^^^a2S^B~i^^^^^^^^B
*BB~t~fB^Bg^C~^Bfl~^^~iBaBS^^^^^^^
gffi~ffi~ffl^^fiSM^MT^^HgE^^^^^KgflE^
^^^^^^^^^u^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^
I^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^
*^^^^^^^^^^I~g^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^
K^HHH~fi~gB^HpB~m^^^SHB~fi~fl^^^^
B~jBfffffiffffRBffiiB^F^^BBE^B^I^HS~fi L
^*^^^u^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^
^^HjaS^B'BB^BS^iiH^^E^^^^KH^SS^^^
^^^^^^^^^^^^^^f^^^^^^^^^^O^^
^B^BBT^S~f^^^~ffif^^B~iS~n~a'Bc~jaajE'^
^^ffH^B^^|HIH^^^^^^^I^^^^
^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^^BBMilflpTiMTiJF,1jE1li1
^^^^*^^^^^^^^^^^^*^El^^B^^^^^E^E
B YInIfIII) E^^^^E^^^!igi3illSBS^





-iAh, no, a mi no me van a volver
loca! iSe acab6 el asunto! iSaquen
papel y lapiz que voy a hacer otra
pregunta escrita!

Titina levant la mano timidamente.
-iQu6 quieres, Diana? -Dona
Barbara trat6 de dominar su furia.
-Quisiera saber si por fin Raquel y
yo podemos ir a la secretaria...
-Claro que pueden ir. Es mas, va-
yan ahora mismo.
-iNo!, -Yaquelin se levant de su
asiento- mejor la acompaio yo.
-iY quien te ha dado a ti velas en
este entierro? -le espet6 Dofia
Barbara.
-Es que Raquel se sentia mal.
-Le vendra bien coger un poco de
aire fresco...

Un trueno ensordecedor no la dej6
terminar la frase. Como por arte de
magia comenz6 a Ilover torrencialmen-
te. Hasta hubo que cerrar las ventanas.
Doia Barbara termin6 empapada.
-iy cuando anunciaron esta tor-
menta tropical? Ya no se puede
confiar ni en el Instituto de Meteo-
rologia.
-Obviamente ya no podremos ir a
ninguna parte -coment6 Raquel.

Y entonces escamp6 repentinamen-
te. Sali6 el sol y cantaron los pajaritos.
-Ahora sf pueden ir.

Tron6 y llovi6 al instant.
-Mejor que se queden -observ6
Yaquelin.

Escamp6 nuevamente.
-iVayan ahora mismo! -exclam6
Doia Barbara.

Volvi6 a diluviar.
-iBasta ya! -Titina dio un ma-
notazo sobre la mesa-, ya iremos
otro dia. No nos faltaran ocasiones.


El aguacero cedi6 en el acto.
Doia Barbara se recost6 a su bur6.
-Creo que ha sido suficiente por
hoy. Vgyanse a sus casas.

Los alumnos abandonaron el aula en
desbandada. Pero Titina, Raquel, Sebas-
tian, Yaquelin y los cuatro amigos de Se-
bastian permanecieron en sus asientos.
Doia Barbara cerr6 la puerta del aula.
Transcurrieron tres silenciosos mi-
nutos.
Sebastian se puso de pie lentamente.
-Soy el principle. LLo han olvidado?
Soy el principe. Me deben respeto y
pleitesfa.

Los cuatro amigos bajaron la cabeza.
Titina lo mir6 con altivez.
-No se porque se han atrevido a cru-
zar el espejo y venir a importunarme.
Titina lo encar6:
-Porque usted lo ha hecho antes,
alteza. Porque usted cruz6 primero.
-iPero yo soy el principle!
-Lo que no significa que sus actos
no tengan consecuencias.

Sebastian la hizo callar con un gesto.
-Este es un juego peligroso. Lo que
ha sucedido hoy en este lugar no
puede volver a repetirse. Porque no
me engafian... todo ese espectaculo
de la lluvia y las arafas lo han arma-
do ustedes, probando fuerzas.
-No hay que ser muy inteligente
para darse cuenta -murmur6 Ya-
quelin.
-iQue pretenden? -Sebastian se
encogi6 de hombros.
-Que nos pongamos de acuerdo
-dijo Titina.
-Sabes muy bien que eso es impo-
sible -respondieron al unisono los
cuatro amigos.
-A lo mejor result que, despues de
todo, no es tan dificil -insisti6 Titina.

Doia Barbara carraspe6.


-Creo que en esta sala todos que-
remos lo mismo: la felicidad de Ra-
quel y Sebastian.
-iSergs cinica! -exclam6 Yaquelin.
-Te recuerdo, Yaquelin, que tu eres
mi alumna. Me debes respeto y plei-
tesia, como ellos a Sebastian. De mi
depend que sigas en esta historic.
Tengo suficientes arguments como
para hacerte expulsar de la facultad...
-iEsta bueno ya! -Raquel se in-
terpuso entire las dos-. Ya hemos
escuchado bastante. Ninguno de
ustedes tiene derecho a meters en
nuestras vidas. Sebastian y yo hare-
mos lo que creamos convenient.
Por lo pronto, tu, Yaquelin, te queda-
ras tranquilita y no me hablaras mas
de este asunto. Te prohibo que sigas
agobiandome con tus consejos...
-Y ustedes regresaran ahora mis-
mo al otro lado, ya arreglaremos alli
este enredo. iY no quiero replicas!
-Sebastian mir6 autoritario a sus
sibditos.
-Me temo, Alteza, que eso no sera
possible -dijo Titina.
-iQue dices? jTe atreves a contra-
decirme?
-No, Alteza. Pero result que una
pequeia circunstancia nos impide
cumplir sus 6rdenes. El gran espejo
se ha roto por accident. No podre-
mos regresar, ni usted ni nosotros,
hasta que los venerables magos lo
reparen. Y usted sabe muy bien, que
no se puede arreglar el espejo de un
dia para otro.


EN EL PROXIMO CAPITULO:

Se hace imprescindible una poll-
tica official de coexistencia pacifi-
ca. iPero de verdad sera possible?


Para . conce tu *nin

almmatr~..traari.c.I






0






















U IvTr �
ft~!I ii

~r ij
I [ i


~IA*


i . _1 ..-:.




Full Text
xml version 1.0 encoding UTF-8
REPORT xmlns http:www.fcla.edudlsmddaitss xmlns:xsi http:www.w3.org2001XMLSchema-instance xsi:schemaLocation http:www.fcla.edudlsmddaitssdaitssReport.xsd
INGEST IEID EHTJ7W4EY_3KPD83 INGEST_TIME 2011-06-28T21:40:53Z PACKAGE UF00098943_00059
AGREEMENT_INFO ACCOUNT UF PROJECT UFDC
FILES



PAGE 5

4 la voz de los universitarios

PAGE 6

Alma Mater / enero 2011 / No. 4955

PAGE 7

6 la voz de los universitarios

PAGE 8

Alma Mater / enero 2011 / No. 495 7

PAGE 9

8 la voz de los universitarios

PAGE 10

Alma Mater / enero 2011 / No. 4959

PAGE 11

10 la voz de los universitarios

PAGE 12

Alma Mater / enero 2011 / No. 495 11

PAGE 13

12 la voz de los universitarios

PAGE 14

Alma Mater / enero 2011 / No. 495 13 Por Yandrey Lay Fabregat

PAGE 15

14 la voz de los universitarios

PAGE 16

Alma Mater / enero 2011 / No. 495 15

PAGE 17

16 la voz de los universitarios

PAGE 18

Alma Mater / enero 2011 / No. 49517

PAGE 19

18 la voz de los universitarios

PAGE 20

Alma Mater / enero 2011 / No. 495 19

PAGE 21

20 la voz de los universitarios

PAGE 23

22 la voz de los universitarios

PAGE 24

Alma Mater / enero 2011 / No. 495 23

PAGE 25

24 la voz de los universitarios Tristn Bauer: Filmografa selecta 1Che. un Hombre Nuevo (2010) 2Iluminados por el fuego (2005) 3Los libros y la noche (1999) 4Evita, una tumba sin paz (mediometraje) (1997) 5Cortzar (1994) 6(mediometraje) (1993) 7Despus de la tormenta (1991) 8Ni tan blancos, ni tan indios (cortometraje) (1984)

PAGE 26

Alma Mater / enero 2011 / No. 495 25

PAGE 27

26 la voz de los universitarios

PAGE 28

Alma Mater / enero 2011 / No. 4952 7

PAGE 29

28 la voz de los universitarios

PAGE 30

Alma Mater / enero 2011 / No. 495 29

PAGE 31

30 la voz de los universitarios

PAGE 32

Alma Mater / enero 2011 / No. 495 31

PAGE 33

32 la voz de los universitarios