<%BANNER%>

DLOC



Alma mater
ALL ISSUES CITATION PDF VIEWER
Full Citation
STANDARD VIEW MARC VIEW
Permanent Link: http://ufdc.ufl.edu/UF00098943/00070
 Material Information
Title: Alma mater
Physical Description: v. : ill. ; 57 cm.
Language: Spanish
Publisher: J.C. Fernandez
Place of Publication: Habana i.e. Havana, Cuba
Creation Date: March 2012
Frequency: daily
regular
 Subjects
Genre: newspaper   ( marcgt )
newspaper   ( sobekcm )
Spatial Coverage: Cuba -- Habana
Cuba -- Havana
 Notes
General Note: Description based on: Año 6, no. 1 (30 de sept. de 1933).
General Note: "la voz de los universitarios."
 Record Information
Rights Management: All rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier: oclc - 20802575
lccn - sn 89048340
issn - 0864-0572
Classification: lcc - Newspaper 660
System ID: UF00098943:00070

Downloads

This item is only available as the following downloads:

( PDF )


Full Text

PAGE 2

nuestro credo El Director El Director El Director En 1998, durante un seminario nacional de Estudios Martianos en Santiago de Cuba, visit la casa natal de Antonio Maceo. Mi mirada infantil rastreaba cada habitacin y se detena ante el ms minsculo objeto. Estaba en el mismo lugar que casi dos siglos atrs escogi Mariana Grajales para traer al mundo a un hijo de len y de leona, como escribiera el Apstol. Fotos, documentos y libros con pasajes de la vida del Titn de Bronce constituan para m la prueba indiscutible de que la Historia puede saltar pocas, salir de los archivos y penetrar en lo ms profundo del ser humano. maneca inclume aquella imprenta en la que se edit El Cubano Libre, peridico que sirvi de gua a los mambises durante la guerra. En el patio se erguan dos arbustos, cuyas frutas me recordaron los histricos Mangos de Baragu, pues fueron trados del sitio en el que Maceo puso en alto la dignidad de la Isla con su protesta. Desde entonces siento por los museos una pasin eshacia esos sitios arraigados en el tiempo, pero abiertos a la escritura de la memoria patria. Otro lugar sagrado es el Museo de la Revolucin. Basta un recorrido por sus salas para sentir la emocin de un pas que derram mucha sangre generosa en aras de su independencia. As lo atestiguan los muros del otrora Palacio Presidencial, donde un grupo de jvenes soadores fueron a ajusticiar al tirano Fulgencio Batista, el 13 de marzo de 1957. Recientemente se descubrieron ms de 300 impactos de bala en tes en horas estremecedoras y tiles. Jess Orta Ruiz, el Indio Nabor, inspirado en tan patritico acontecimiento escribi el poema Marzo estaba ofendido de cadenas en el que relata la audacia de los combatientes: () Y el da 13 fue el Jordn de marzo/Una treintena de hombres sin espalda/irrumpi por la puerta de Palacio/ por la caverna de la infamia/con la rebelde angustia de millones de almas, /con la vergenza en sus pistolas, /en sus fusiles y granadas. El tirano tembl, corri, rez Su miedo/ excremental inmensa /sobre alfombras y mrmoles, /sobre escaleras blancas. Dentro de aquel cubil estaba el Pueblo. /El asesino se asustaba/del mismo cortinaje, /de las mismas columnas, /de las mismas estatuas. /Senta en sus talones, casi en su piel, el fuego/de la justicia revolucionaria. Han pasado 55 aos y el espritu de aquellos muchachos del Directorio Revolucionario contina latente en las nuevas generaciones de cubanos, quienes aprecian los valores intrnsecos de nuestra Historia.

PAGE 3

Director Yoerky Snchez Cullar Jefa de redaccin Miriam Anczar Alpzar Redactores Jorge Sariol Perea Dainerys Mesa Padrn Iras Fdez-Rubio Carbonell Pavel Lpez Guerra Analista Neida Lis Falcn Costa Alexander Carcedo Alejandro Fernndez Realizacin Rosario Cabrales Tortosa Fotgrafo Elio Mirand Editora Web Marta L. Cruz Snchez Web master Maricela Facenda Prez Secretaria de redaccin Mairelys Gonzlez Reyes Prado 553 esq. a Tte. Rey, La Habana Vieja, La Habana, Cuba. CP 10200. Telf.: 862 9875 / 866 5491 862 5031-39 ext. 122 Fax: 862 4330 e-mail: almamater@editoraabril.co.cu http://www.almamater.cu ISSN 0864-0572 marzo 2012 Portada ALEJ&RO Casa Editora Abril. 2011 La Habana Vieja, La Habana, Cuba. CP 10200. e-mail: editora@editoraabril.co.cu http://www.editoraabril.cu Imprenta: Federico Engels El estudiante Jos Antonio p.20 Por Yoerky Snchez Cullar

PAGE 4

Director Yoerky Snchez Cullar Jefa de redaccin Miriam Anczar Alpzar Redactores Jorge Sariol Perea Dainerys Mesa Padrn Iras Fdez-Rubio Carbonell Pavel Lpez Guerra Analista Neida Lis Falcn Costa Alexander Carcedo Alejandro Fernndez Realizacin Rosario Cabrales Tortosa Fotgrafo Elio Mirand Editora Web Marta L. Cruz Snchez Web master Maricela Facenda Prez Secretaria de redaccin Mairelys Gonzlez Reyes Prado 553 esq. a Tte. Rey, La Habana Vieja, La Habana, Cuba. CP 10200. Telf.: 862 9875 / 866 5491 862 5031-39 ext. 122 Fax: 862 4330 e-mail: almamater@editoraabril.co.cu http://www.almamater.cu ISSN 0864-0572 marzo 2012 Portada ALEJ&RO Casa Editora Abril. 2011 La Habana Vieja, La Habana, Cuba. CP 10200. e-mail: editora@editoraabril.co.cu http://www.editoraabril.cu Imprenta: Federico Engels voces p.7 El Nobel para Eduardo p.8 de todo un poco p.9 sudar la tinta p.10 quin le pone el cascabel al ltigo? p.11 poesa p.12 el banquillo p.27 ciencia, tecnologa y sociedad p.28 deporte p.30 noveleta p.32 fotorreportaje p.18 Por Elio Mirand Lavando el olvido p.4 Por Dainerys Mesa Padrn IFAL NO ES UN MUNDO RARO p.14 Por Jorge Sariol TONY VILA : Todo soy para bien p.24 Por Justo Planas Estridencias p.13 Por Lucy Arajo p.11 MUNDO RARO p.14

PAGE 5

la voz de los universitarios Alma Mater /marzo 2012 / No. 509 Por Dainerys Mesa Padrn Foto: Cortesa del entrevistado Lavando el olvido Durante la primera edicin del Concurso de Periodismo joven en televisin Ania Pino in memoriam uno de los participantes provoc continuas ovaciones en el pblico, tras obtener reiterados recono cimientos. Elicer Jimnez Almeida, estudiante de cuarto ao de Periodismo en la Universidad de Camagey, fue galardonado con los premios de edicin, sonido, fotografa, y mencin en el gnero documental, con la obra Usufructo ln enmudeci. Ya Jimnez haba despertado la sospecha entre algunos de los presentes, pero dieron por sentado que se trataba del abuelo; un to quizs. Ese es mi padre, la voz venci al suspiro que inundaba su garganta. Y Elicer alcanz a explicar (con lgri mas en los ojos) que ese hombre tan marcado por el sol, la tierra, y algu nas decepciones, lo haba impulsado siempre a la educacin. Mi pap es lo ms grande que tengo en la vida. Quien nunca ha en que no crea en l, y aunque Usu fructo propici un acercamiento pro fundo entre nosotros, existe un peso, un dolor, que an me inunda. De pequeo me llevaba siempre al campo. Cuando gracias a l me in sert en el deporte, comenc a dis tanciarme del ambiente campesino de manera tal que estuve cinco aos sin montar a caballo, algo tan rutina rio antes. A pesar de su limitada cultura le trada, posee un interesante concepto del desarrollo. A su manera, entiende y comparte mis trabajos y criterios. Incluso en diversas situaciones me ha aportado soluciones fabulosas con las cuales ni haba soado. En estos momentos (como pre tend mostrar en el documental) persigue la felicidad, aunque pase la semana alejado de la ciudad, la civi lizacin, la familia; a pesar de dormir en una estera y no tener luz elctrica en la modesta casita donde le suce den das y noches. Su sueo, desde que lo conozco, ha sido hermoso y sencillo: convivir con la tierra. Antes de Usufructo realizaste otro documental de similar carga emo cional, entre otras cosas, por tra

PAGE 6

1. En un paquete de espaguetis con 39 minutos de duracin, simboliza un llamado de atencin al olvido de la pelcula abstracta Cosmorama pri Barnet, estrenada en 1963. tar tambin sobre los sueos de alguien a quien consideras otro padre... Ciertamente, Enrique Pineda Bar mi vida. Su vocacin de maestro so bresale a la de cineasta, por eso des prende tanto amor paternal. Lleg a mi camino por casualidad, o causalidad, pero estoy muy agrade cido por eso, y por la comunicacin, la amistad y el intercambio posterior. A partir de una entrevista con cedida por l sobre su pelcula abs tracta Cosmorama decid hacer un documental para el cual me apoy sus papeles y orient sobre libros y peridicos a consultar. Iba a ser producido por el Cen tro Pablo, cuando lamentablemente intervino el problema del presupues to, no obstante, qued muy satisfe cho con la actitud y la intencin de su director, Vctor Cassaus. Desde el punto de vista intelec tual, de semitica, En un paquete de espaguetis no se compara con lo an terior. Resulta un desborde de emo cin, aunque ms tarde comience a racionalizar. Es un documental raro. Un amigo me dijo que sera para que lo vieran diez personas en Cuba. No lo creo. Hay complejidades de la cultura cubana de los aos sesenta que qui zs algunas personas no comprendan, pero una de las funciones del audio visual, precisamente, es promover la superacin de los espectadores, no solo que los realizadores nos exprese mos. Ese corto estuvo 43 aos perdido dentro de un paquete de espaguetis. Cosa inconcebible. Quise hacerlo de una manera sutil, por eso el tiempo se hace explcito mediante aconteci mientos determinantes en cada ao, no solo del mbito poltico. Para ello me auxili de los noticieros ICAIC. Enrique qued maravillado con la obra. Y yo?, imagnate. Si bien sera retrico indagar en tu pasin actual por el audiovisual, cuando exhibes once materiales pertenecientes a los ltimos cuatro aos, resulta lgico concatenar tu entrada a la carrera de Periodismo con esta preferencia? Cuando terminaba la Orden 18 de las Fuerzas Armadas Revolucionarias anhelaba estudiar Historia del Arte. Sin embargo, ese ao no abrieron plazas. Por azar, entre las especiali dades de letras me acerqu al Perio dismo. En ese momento no tena la visin y las ganas de audiovisual de hoy. De hecho, me inclinaba por la prensa escrita. Consideraba la radio y la televi sin un poco triviales, por debajo en profundidad y contenido. Sin lugar a dudas, una visin positivista, pues uno

PAGE 7

la voz de los universitarios He tenido suerte. Mi trabajo ha sido insertado en la agenda de los me dios. He participado en dos programas Nuevos Aires, en diversos espacios de la radio; no obstante, esta difusin no se corresponde ni con mis proyectos ni con las odiseas que paso para realizarlos. Trabajo, por ejemplo, con un presupuesto nulo, con cmaras que ni siquiera son HD. Qu HD?!, He trabajado desde VHS hasta otros 10 mil formatos. Y los temas? Estoy dispuesto a documentar cualquier tema, con las condiciones que sean. Deca Glauber Rocha que con una cmara y una buena idea en la cabeza se haca el cine. Hago antropologa social, para cuando pasen los aos la gente pueda ver la realidad de estos tiempos. Ten go que decirle a la humanidad que no puede olvidarse de las cosas. entra a la universidad algo atrasado, desorientado Al desarrollar las prcticas fui ad quiriendo otras nociones de los me dios. Hice radio, me encant y apren d muchsimas cosas, las cuales me aportan para el sonido de mis docu mentales. No resulta igual la imagen real, la que se ve, que la imaginada median te los sonidos. Como dice Enrique: el sonido es el perfume de la imagen. Y una imagen bien perfumada se recibe mejor. Por otra parte, ha atentado la es casez de espacio para publicar. En el audiovisual tampoco tengo mucho; mas, estas realizaciones independien tes (ni cine ni televisin), no poseen condenadas al estreno, a los festivales y a una posterior distribucin mediante los canales informales, sustentados so 2. Con Usufructo obtuvo Elicer tam bin el premio SIGNIS de la Asocia cin Catlica Mundial para la Comu nicacin, en la ms reciente muestra audiovisual El Almacn de la Imagen en la ciudad de Camagey.

PAGE 8

Alma Mater /marzo 2012 / No. 509 la voz de los universitarios voces Apologa del orculo criollo Por Pavel Lpez Guerra rjulas, mapas, signos mltiples para el trnsito en el umbral de una Cuba con desconcertantes acepciones de Futuro, Destino o Fe. Ma noma de una tierra prometida (sea bajo nuestros talones o allende los mares); mientras que para otros adquiere ape nas los contornos de un pan recin sali do del horno, capaz de saciar el hambre ms inmediata. La Historia nos instruy de golpe so za en el porvenir lustroso, aunque no pocos ofrendaran orgullosos la espalda ante la aleccionadora reprenda. En con secuencia, aquella cartografa insular que remitiera a un destino de naturaleza versiones subrepticias que dibujan rutas hacia desemejantes Islas del tesoro para la realizacin individual o colectiva, sin que, de paso, nadie logre probar an la legitimidad de sus vaticinios. Se pavonea una poca donde reci clamos, sin complejos de culpa, los dis uniformada y en inexorable lnea recta vez con mayor demanda) personaliza dos futuros de feria, disponibles por obra y gracia de nuestros cartomnticos de turno, nicos en el mundo que pagan impuestos y tienen derecho a la seguridad social. Junto a ellos, quienes tras esa sbita fracaso de los proyectos utpicos, optaron por orientar la vista hacia el pasado y refu giarse en el viejo casern de la nostalgia: Antiqusima opcin que demanda exiguas bien, un leve movimiento circular del cue llo que describa un arco de 180 grados. Apoteosis de la multiorientacin, ciales en Cuba y otras partes del mundo. Coexistencia de mil y una hiptesis de la prosperidady hasta del infortunio. No olvidar que algn programa televisivo del patio ya ha lanzado su convocatoria para festejar el advenimiento del apocalipsis maya en una clebre azotea citadina. Entretanto, indiferencia, fatalidad, op timismo compiten como nunca por con vertirse en pasto certero de la Cuba por venir. Valdra aceptar de una vez que las otrora hegemnicas utopas pululan en este instante junto a diversas alternativas individuales (e individualistas) de futuro. noma Poltica dio pruebas de la con colectivos en la marcha imparable hacia el progreso y el bienestar general, tam bin el Psicoanlisis alert de los divor cios inevitables entre los seres humanos y su entorno como parte de una guerra satisfaccin de los instintos. La realidad demuestra que, a contracorriente de los augurios de tantos, en los tiempos que corren Marx y Freud comparten traba das dosis de aplausos en el maratn de la popularidad. Y tal cual sentenciara un aejo dibujo animado sovitico: De nada servir llo rar sobre la leche derramada. sola certeza: la verdad, y por ende el futuro que intenta emularla, represen tan nociones que se construyen todos los das. Ante una tierra de pitonisos consumados debemos apostarle, ms que a la efectividad del pronstico, a la libertad que implique su confeccin. Y ninguna de las predicciones conocer mejor andamiaje que nuestro auto (re) conocimiento, como personas y como nacin. A la vuelta y la arrancada de cada sue o gestado en este nuevo siglo aguarda, para colmo de paradojas, el mtico Or culo de Delfos dictaminando destinos y rutas por andar.

PAGE 9

El Nobel para Eduardo Alma Mater /marzo 2012 / No. 509 Es una exageracin decir que el destino del mundo pende de un hilo? No, no lo es. El destino de la hu manidad siempre est pendiente de un hilo . pero ahora es ms cierto que en ninguna otra poca. Cmo podramos hacer para que del momento presente? Creo que puede darse respuesta a esta pregunta. No se encontrar re medio alguno en tanto se contine con los preparativos para la guerra. En cambio habr que partir de la conviccin de que un desastre mili tar solo puede evitarse mediante pa cientes negociaciones y la creacin de una base legal para la solucin de los problemas internacionales, que est apoyada en un organismo ejecutivo con un poder propio; en sntesis, en una especie de gobierno mundial. La carrera armamentista atmi ca nos conduce hacia otra guerra mundial, o como dicen ciertas personas, es un modo de evi La competencia armamentista no es una manera de evitar la guerra. Cada paso dado en esa direccin nos conduce hacia la catstrofe. La carre ra armamentista es el peor mtodo paz verdadera no se conseguir si no se apela al desarme sistemtico, dentro de una escala supranacional. Digo y repito que el armamento no es una proteccin para la guerra, sino que fuera de toda duda conduce a un enfrentamiento. Es posible realizar preparativos para la guerra y, a la vez, cons truir una comunidad mundial? Que no le gusta a usted Galea ritos literarios? Obviamente, esto puede decirlo cualquiera. De hecho, son cualquieras quienes lo dicen. Lo mismo se deca de Jorge Luis Borges, hasta en la academia sueca: no tena de que su obra impact en gran par te de la literatura de su siglo. Pero conoce usted hoy en da un escritor latinoamericano que haya ciones, ya no de lectores y de escri tores sino de pueblos concretos y de personas enteras? Hasta cundo un pas que dio a tantos grandes de la literatura (Jos E. Rod, Horacio Quiroga, Juan Car los Onetti, Idea Vilario, Mario Bene detti, por nombrar solo los ms co nocidos que hicieron caminos) se va a quedar marginado de este histrico premio? El premio a Galeano sera apenas el justo reconocimiento a un pas, a una cultura muy particular y muy la tinoamericana al mismo tiempo. Un pas pequeo por su tamao y por sus problemas pequeos pero no por sus mritos. Si Galeano no recibiera este pre mio no sera un fracaso para l. Sera un nuevo fracaso para los premios Nobel. rica Latina ya no es tan interesante para Europa, sin sus propias fantasas de Utopa y de Distopia (la anti Eu ropa del siglo XVI y la anti Europa del siglo XX), sin sus coloridos dictador cillos y sin sus caciques voladores. No sera nada grave, claro. Simple quisiramos recibir quienes estamos interesados ms en el mundo que en el patio trasero de nuestra casa. Por Jorge Magfud la voz de los universitarios

PAGE 10

la voz de los universitarios Alma Mater /marzo 2012 / No. 509 de todo un poco La bsqueda de la paz La lucha por la paz v los prepara tivos blicos son incompatibles entre s, y sobre todo en estos tiempos. Es imposible impedir la guerra? La respuesta es muy simple: si po seemos el valor para decidirnos en nuestro fuero interno por la paz, ten dremos paz. Cmo? de lograr un acuerdo. Esto es axiomtico. No estamos dentro de un juego, sino en una situacin que comporta un grave peligro para la existencia. Si no estamos dispuestos a solucionar los problemas de una mos la paz deseada. Qu efectos cree usted que tendr la energa atmica sobre nuestra civilizacin en los prximos diez o veinte aos? Poco importantes. Las posibi lidades tcnicas que poseemos son bastante satisfactorias . si nos atenemos a su uso correcto. Qu opina usted acerca de los profundos cambios en nuestra vida, que predicen algunos cien de que solo sea necesario trabajar dos horas por da. Los seres humanos somos siempre iguales. No hay verdaderos cambios profundos. No es muy importante que trabajemos cinco horas o dos. Nuestro problema es de ndole social y econmica, a nivel internacional. Qu pedira usted que se hiciera con las bombas atmicas que ya se han fabricado? Que se entreguen a una organiza cin supranacional. Durante el interva lo que medie hasta la concrecin de una paz slida es necesario poseer alguna clase de proteccin. El desarme unila teral no es posible ni vale la pena ha blar de ello. Los armamentos deben ser No existe otra posibilidad. . el desarme sistemtico combinado con un gobierno supranacional. No debemos considerar el problema de la seguridad demasiado tcnicamente. Tienen ms importancia el deseo de paz y la buena disposicin para aceptar cada uno de los pasos in Qu podemos hacer cada uno de no sotros respecto de la guerra o la paz? Los ciudadanos podran obligar a todos los que quieran ser elegidos (al Congreso, etc.) para que se compro metiesen a trabajar en favor del orden internacional y de la limitacin de las cho orden. Cada persona est compro metida en la formacin de la opinin pblica... y debe comprender lo que se necesita. . y tener el coraje de hablar con claridad. La emisora de las Naciones Unidas hace llegar su voz a todos los rinco nes de la Tierra en veintisiete lenguas. Como este es un momento de gran peligro, qu palabras querra usted enviar a los pueblos del mundo? Entrevista a Albert Einstein (1950) Estimados en su totalidad creo que los principios de Gandhi fueron ms acertados que los de cualquier pol tico de nuestro tiempo. Tenemos que luchar para que nuestras acciones se desarrollen dentro de ese espritu . no emplear la violencia para defender nuestra causa y, en cambio, negarnos a la participacin de todo aquello que consideremos una fuente de mal.

PAGE 11

sudar la tinta la voz de los universitarios Alma Mater /marzo 2012 / No. 509 Por Yuris Nrido VOL VER AL PUEBLO os que leen habitualmente esta columna, saben que de cuando en cuando hablo de Violeta, mi pueblo, all en Ciego de vila. Si hago memorias, obviamente, Violeta es el escenario. Nacer y crecer en un pue blo pequeo, muy cerca del campo, le otorga al cronista una sensibilidad que se me antoja peculiar. Si uno nace en la ciudad, probablemente crezca en medio de demasiadas peripecias, as que difcilmente habr tiempo para sopesarlas todas. La vida en el pueblo es mucho ms apacible, los acontecimientos son verdaderamen te extraordinarios, as que siempre dejan una estela. Los que nacimos en el campo casi siempre conservamos la capacidad para asombrarnos. Pero hoy no evocar mis aos de infancia o adolescencia. Hablar de ahora mismo, de hace unas semanas. de mi casa, a recorrer calles y pasajes por los que haca aos no pasaba; a visitar a amigos de la escuela Era un periplo que haba planeado hace al gn tiempo, incluso, alguna que otra vez lo haba iniciado. Pero hace unas semanas, un sbado nublado, lo hice Debo decirlo: llegu a mi casa de solado. El pueblo, creo, sigue siendo el mis mo. Pero cada vez es menos mo. Ah estn los lugares en los que jugu, los que visitaba, pero han perdido cierta magia. Ahora se me aparecen con des rboles, las mismas casas, los mismos sensacin de integrarme a ellos. Ahora, en Violeta, soy casi un turista. Y lo peor, es que muchos de mis coterrneos me miran con extraeza, como preguntn dose qu hace aquel loco subido en los viejos vagones de ferrocarril abando nados, o haciendo fotos en el fondo del refrigeradero, o caminando lentamen te por un callejn, sin decidirse a entrar a ninguna casa Con mis amigos pasa algo singular. Son los mismos, me reciben con ale gra. Pero me tratan con la deferencia del que recibe a un visitante; incluso se extraan porque les pregunte sobre tal o ms cual lugar: Cmo es que te acuerdas de eso? Yo ni siquiera haba reparado en que ya no exista. Mis amigos de infancia han crecido con el pueblo, han asumido los cam bios con tranquilidad, orgnicamente. Pero yo me fui con una imagen que se resiste a transformarse en mi incons ciente. Aoro a un pueblo que ya no est. He crecido fuera, y el pueblo aho ra no me amolda. Sin embargo, sigo sintiendo que ese que bastaran unos pocos meses para volver a recuperar el tiempo, la sen sacin del tiempo. Ahora mismo, me extraa que mis primos le otorguen re levancia a pequeeces aunque en el fondo s que esas pequeeces son las que le otorgan sabor a la vida. n una reciente entrevista dijo el cabo Pantera: No ingieras tanto potasio / porque la sal es suicida / quien no ha estado en un gimnasio / no sabe lo que es la vida. Siguiendo su frase como un pie forza de gimnasios, y tambin por qu no, a las personas que van con frecuencia a ejercitar su cuerpo a estos sitios.TIPOS DE GIMNASIOS: a) Gimnasio comunitario: un socio del barrio tiene un patio grande, em pieza a armar improvisados bancos y poleas, y poco a poco va sumando tener varios equipos que usan todos sin necesidad de pagar por ellos. b) Gimnasio por cuenta propia: era uno de los tantos negocios ilegales antes de que se aprobaran las nuevas leyes. Se trata de alguien que renta su patio y sus equipos para que los que quieran ir a ejercitarse contribuyan modestamente a su economa fami liar. Existen diferentes tarifas que van desde un peso diario hasta 50 pesos al mes, el precio vara de acuerdo a la calidad de los servicios prestados. c) Gimnasio privado: est inte grado por un solo aparato conocido como Hrcules. En l puedes ha cer los ejercicios que quieras. Para adquirirlo solo hay que ir a una tienda deportiva en CUC y gastar el dinero equivalente a todos tus salarios rela tivos a 10 aos. d) Gimnasio divisable: cuenta con modernos equipos, un entrenador individual que logra en pocos meses que tu cuerpo se parezca al de los ar tistas de la TV, msica variada durante el tiempo de gimnasia, dieta incluida para garantizar el consumo equili brado de protenas y carbohidratos, mquinas que te permitan controlar

PAGE 12

la voz de los universitarios Alma Mater /marzo 2012 / No. 509 quin le pone el cascabel al ltigo? Por Nemo Ilustracin : ALEJ&RO Por Nemo Ilustracin : ALEJ&RO Tipos de gimnasios y tipos /as en gimnasios el peso corporal, cintas mtricas para tener las medidas exactas y, por su puesto, espejos, muchos espejos. e) Gimnasio pblico: para entrar solo algn punto bastante alejado de tu centro laboral. Solo as podrs disfru tar de una excelente oferta que incluye cerca de 50 minutos de vapor en m nibus articulados, carreras de hasta 400 metros por paradas inadecuadas y el espacio ideal para otros ejercicios de agarre y suspensin. MUJERES EN GIMNASIOS: a) Chica miki: asidua al gimnasio di visable, rara vez se le ver en un gim nasio comunitario o por cuenta propia. Ms que espritu deportivo, este tipo de joven reunir otros requisitos como: l timo modelo de licra deportiva, gorras Adidas con felpa que combine, Black Berry para escuchar msica, sudade ras (tambin Adidas) y un maquillaje a prueba de sudor y/o malos olores. b) Chica Spice Girls: asiste solamen te si es en grupo. Bsicamente no va a hacer ejercicio sino a chismear con sus amigas. Generalmente coquetea con el dueo del gimnasio y por lo general es un poquitn escandalosa. c) Temba en forma: mujer adulta que va al gimnasio pero no ahora, sino desde siempre. Tiene un cuerpa zo que no vale la pena describir. No asiste precisamente para hacer ejer cicios, sino para que todas las dems vean lo bien que se conserva y de paso, trata de conseguir que algn joven atleta se fije en sus curvas. d) Temba sin forma: mujer soado ra y utpica. Piensa que con 10 meses en un gimnasio lograr eliminar los 40 aos de sedentarismo y comelatas que han caracterizado su paso por este mundo. No tiene aspiraciones reales, solo le satisface el hecho de que en su casa todos sepan que ya se decidi a dar el primer paso, an cuando no sea su intencin dar el segundo. e) Chica llamativa: No llama la atencin, ms bien est en llamas. Solo va al gimnasio para que la miren ella. En estos casos, casi siempre esta mos en presencia de una bella persona. HOMBRES EN GIMNASIOS: a) Chico hablador: es la versin mas culina de las Spice Girls. Se la pasa con versando; ni hace ejercicios ni deja a los dems hacer. Generalmente se trata de algn adolescente que quiere demos trarle al mundo que ya est en edad de ponerse fuerte. b) Chico adonizado o abduliza do: Tiene dos rutinas bsicas: medir el tamao de sus bceps y mirarse durante varios segundos en un espejo. Su para digma es semejante al del grupo musi cal cubano Karamba estoy, qu lindo soy, cmo me quiero!. c) Chico novato: llega nuevo al gim nasio y se la pasa preguntando cmo se hace cada ejercicio. Es fcilmente mente trata de asociarse a chicos ve teranos para que no lo vean como el nuevo del piquete. d) Chico veterano: lleva de tres a cuatro aos en el gimnasio, conoce al dueo, es amigo de todos, est bas tcnicamente todos los ejercicios y es como el gur en el grupo de atletas. Todo gimnasio que se respete debe te ner uno. e) Temba: No existe. Cualquier hombre que haga ejercicios, sin impor tar la edad, siempre ser considerado un hombre joven. estn las personas como yo que des de la secundaria hemos querido hacer corporal pero, como consecuencia de la falta de motivacin, hemos pasado en diez aos por diez gimnasios dis tintos. Ejercitamos los msculos durante una semana, despus nos retiramos a nuestra antigua vida sedentaria y un buen da nos sentamos a redactar ar tculos como este.

PAGE 13

la voz de los universitarios poesa Alma Mater /marzo 2012 / No. 509 Ilustracin : Hanna Chomenko BAJO TU CLARA SOMBRA Un cuerpo, un cuerpo solo, un solo cuerpo un cuerpo como da derramado y noche devorada; la luz de unos cabellos que no apaciguan nunca la sombra de mi tacto; una garganta, un vientre que amanece como el mar que se enciende cuando toca la frente de la aurora; unos tobillos, puentes del verano; unos muslos nocturnos que se hunden en la msica verde de la tarde; un pecho que se alza y arrasa las espumas; un cuello, slo un cuello, unas manos tan slo, unas palabras lentas que descienden como arena cada en otra arena.... Esto que se me escapa, agua y delicia obscura, mar naciendo o muriendo; estos labios y dientes, estos ojos hambrientos, me desnudan de m y su furiosa gracia me levanta hasta los quietos cielos donde vibra el instante; la cima de los besos, la plenitud del mundo y de sus formas. OCTA VIO PAZ. Poeta y ensayista mexicano nacido en mixcoac, ciudad de mxico en 1914. En 1990 obtuvo el premio nobel de literatura como reconocimiento por su obra. Entre sus libros ms destacados se encuentran el laberinto de la soledad el arco y la lira guila o sol y libertad bajo palabra Falleci en 1998. PRIMA VERA A LA VISTA Pulida claridad de piedra difana, lisa frente de estatua sin memoria: en otro ms profundo y ms vaco. El mar respira apenas, brilla apenas. Se ha parado la luz entre los rboles, ejrcito dormido. Los despierta el viento con banderas de follajes. Nace del mar, asalta la colina, oleaje sin cuerpo que revienta contra los eucaliptos amarillos y se derrama en ecos por el llano. El da abre los ojos y penetra en una primavera anticipada. Todo lo que mis manos tocan, vuela. Est lleno de pjaros el mundo.

PAGE 14

Alma Mater /marzo 2012 / No. 509 la voz de los universitarios lega al parque y se acerca a las hora no pens que alguien fuera a depositar un ramo al lado de la estatua. Entonces se acercan tres hombres y la obligan a que se detenga. Grita, pero nadie, ni siquiera la pareja, la escucha. Los tres hombres la desnudan y ella pide auxilio. Pasan unos estudiantes y miran hacia un banco del cual vino el grito, aunque no ven a nadie. No ven que los tres hombres acomodan a la muchacha debajo y de nuevo ella grita, un poco ms bajo. Ahora son dos an cianas que vienen de la iglesia, una le pregunta a otra si no escuch un mur mullo en aquel banco. Su amiga dice que no y se asombra. Los tres hombres ya estn muy excitados y la muchacha solloza, la arrastran a otro cercano y le pegan cuando se resiste. Vienen dos nios con unos patines y se los ponen: Mira, Orlando, como si fuera sobre la nieve. El otro, un moreno de ojos chis peantes, sonre: Lo que ms me gusta es cuando me impulso en la esquina. Pasan cerca del banco y el moreno da un traspis al lado de los tres hombres desnudos. La muchacha, que tiene un hilo de sangre cerca del labio superior, estira la mano e intenta apoderarse de la pierna del nio. Cuando ya casi lo consigue, grita para que l repare en ella, en cambio este se pone de pie y dice: Qu raro, Orlando! Sent como si alguien me tocara, y no escuchaste un murmullo? Orlando responde que no y lo insta a apurarse. La mujer est desmayada, y el ms alto dice con tono asustado: Creo que la hemos mata do, pero otro le pone el odo izquier Estridencias do en el pecho y aclara que est viva. Ahora es una guagua con un rtulo y de ella desciende un grupo de estu diantes. Mait le pregunta a Zenia si banco donde la mujer se lamenta. Ya los tres hombres huyen despus de mirar hacia todos lados. Entonces se da cuenta de que est sucia, y el sa bor de la sangre en la boca le da mie do: Ay, Dios, auxilio, aydenme! No encuentra la ropa y se arrastra hasta el banco donde conversan Mai ripones verdes que se estren en su cumpleaos, las dos estudiantes es tn encima de l, y ella estira la mano; cuando casi va a coger la tela, Zenia y Mait tropiezan con sus dedos. La rubia se asombra: Qu raro! No te pareci que alguien hablaba cerca? La amiga le contesta: S, y como si hubiera tocado una mano. Justo en ese momento se quedan mirando a la mujer que est sentada cerca de ellas. Es ya mayor, pero se le nota cierta be lleza. Cuando pasan por su lado ven cmo permanece extasiada, obser vando la pareja de recin casados. La novia con el traje largo y blanco, una nia aguanta la cola y el novio le dice al odo que tenga cuidado al bajar. En se pone de pie y acomoda su vestido vez a la pareja que sale del parque y se dirige con lentitud hacia la estatua. Los estudiantes se van tambin y el bullicio desaparece. Ella queda sola, len a mar. Por Lucy Arajo

PAGE 15

IFAL NO ES UN MUNDORARO la voz de los universitarios Alma Mater /marzo 2012 / No. 509 uchos se preguntan por qu estas especialidades en la Universidad de La Habana van unidas en un mismo concepto y tal tar en el corpus hipocrtico: Que tu medicina sea tu alimento y tu alimento, tu medicina. Pero en verdad Ciencias Farmacuticas y Ciencias Alimentarias son dos vertientes distintas en la aca la sociedad. Sometidas al proceso de reacredita cin en 2010, una y otra resultan para embargo, estudiantes y profesores lo niegan: Ni raras, ni inslitas; solo at picas, dicen. Instauradas desde 1991 en el Insti tuto de Farmacia y Alimentos (IFAL), ambas carreras cuentan con dos sedes: IFAL-Colina, a cargo de la formacin de los estudiantes de primer y segundo aos e IFAL-Coronela, al oeste de la ciudad, donde se agrupan los de terce ro, cuarto y quinto. En pregrado cursan 85 la especialidad de Farmacia y 104 lo realizan en Alimentos. Qu hace un farmacutico?: es tudia a fondo los medicamentos, sus componentes, accin farmacolgica y dispensacin; desentraa toxicidades y farmacocintica. Busca y caracteri za sustancias de inters teraputico disea y desarrolla medicamentos en diferentes formas y establece los sis temas de aseguramiento de calidad dentro de las normas internacionales, de modo econmico y sin afectaciones al medio ambiente. El atributo de un Licenciado en Ciencias Alimentarias pareciera estar el universo incluye el anlisis de com ponentes y propiedades, el estudio de las transformaciones luego de la intervencin de los procesos tecnol gicos a que son sometidos y evalan el impacto sobre la salud humana a travs de la nutricin y del consumo. Sus expertos intervienen en el examen desde las macromolculas y hasta las propiedades fsicoqumicas, funcionales y nutricionales, las que pueden cambiar durante los procesos de obtencin, conservacin, elabo racin y tambin deterioro, a causa externos, resultado de tratamientos tecnolgicos, condiciones de alma cenamiento, transporte, distribucin y otras relaciones con el medio. Todo bajo la mirada implacable de las regu laciones nacionales e internacionales. Y naturalmente, un graduado en Ciencias Alimentarias tiene entre sus perspectivas imbuirse en el exquisito arte del anlisis desde las percepcio Una valoracin de los alimentos en este campo constituye, sin dudas, tambin un importante y atractivo campo de trabajo profesional. La sede IFAL-Coronela habita un paraje entre campestre y urbano, a unos cuantos kilmetros al oeste del centro de la ciudad. En medio se planta una vieja casona colonial que alberga a la direccin acadmica de la institucin. El resto del campus tampoco parece, por muchas razo nes, un centro universitariosi obvia mos el trnsito de muchachos y mu chachas, estas en franca mayora. AVATARES Hasta all llega Alma Mater. Y en tra en el aula de tercer ao de la es Texto: Jorge Sariol fotos: Elio Mirand

PAGE 16

pecialidad de Alimentos. Los que se visto alguna vez un nmero de la re vista en su nuevo formato. Al parecer, la rara es la revista, no la carrera. Daylin Galaera Arias, por ejem plo, no parece sentir la lejana del centro de la ciudad: A m me gusta La Coronela; es un lugar ms tranqui lo, ms propicio para estudiar y tene te en el mismo lugar, pero la divisin impide la interaccin entre alumnos de todos los aos y es ms difcil se guir la vida sociocultural. Estudi en Hay quienes no creen que sea nece sario las asignaturas bsicas como Matemtica o Fsica, pero es que la carrera lo pide. La verdad es que no me imagino graduada, y hacia donde ira, porque s de unos cuantos graduados que no estn trabajando exactamente en su especialidad. Maikel Pea, quien es el delegado del grupo, habla ms o menos en los mismos trminos: Para la mayo ra la asignatura ms difcil ha sido Principio de la Ingeniera de los Ali mentos (PIA) y los contenidos de Qumica, Bioqumica y Toxicologa de los Alimentos, pero estudiando se pasan. Todos saben que tienen que prepararse no solo para los centros de elaboracin, control y normaliza cin vinculados al Turismo, sino

PAGE 17

la voz de los universitarios tambin para la industria, para tareas relacionadas con la vigilancia alimen taria y nutricional o en la creacin de nuevos productos. Y en verdad las lneas de investi gacin de esta especialidad pudie ran converger pero tienen espacios y fronteras delineadas, desde la salud humana y la alimentacin diettica y dietoterapetica, hasta la preserva cin del medio ambiente, la gestin de la calidad y los suministros, con servacin y procesamiento, tanto en situaciones normales como en de sastres naturales o guerra. El cmulo de materias es enorme y el acceso al conocimiento, diverso. Los estudios de Farmacia han te industria. QUIMEFA por ejemplo, ha tomado partida por su futuro al ges tionar logstica para los posgrados en manera, el pregrado. Dos plantas del han sido remozadas y bien equipadas tecnolgicamente. Alimentos no ha tenido la misma suerte. En estos avatares navega Jos Nan dn Rojas, otro estudiante del mismo grupo: Por lo general llegamos con bastante poca informacin a la ca rrera. Lamentablemente, poseemos mnima bibliografa impresa y buena parte fue realizada en los aos 80. La digital es muchsimo mayor y ac tualizada, pero no siempre tenemos computadoras a mano para acceder a ellas. Para los estudiantes becarios es menos problema porque pueden asistir a los laboratorios de computa cin ms horas al da, pero a los exter nos que no tienen esos equipos se les hace muy difcil. Yo soy becario, pero En cambio, su condiscpula Marian Aldana Abreu vena con la misma in certidumbre pero con propsitos ms mn y como se sale de lo habitual me pareci que podra encontrar mi futuro. Adems, me encanta cocinar y me gusta saber tambin todo lo que se relacione con la industria. Llegu con menos ex pectativas; tuve poca informacin en mi pre en Holgun; pens incluso que iba a ser ms fcil. La vida en IFAL-Coronela tiene menos actividad, pero si hay un concierto de Buena Fe y es tarde en la noche en el centro de la ciudad, siem pre vamos un piquete de hembras y varones. Otros que ya haban estudiado aqu me dijeron que en IFAL estaban los mejores profesores. TIEMPOS QUE CAMBIAN Tanto en Farmacia como en Alimen tos, tambin en el claustro predomina el gnero femenino. Y la juventud del profesorado IFAL salta a la vista. Todo pudiera ser sntoma de que los tiem pos cambian, pero cambian en varios sentidos y algunos preocupan a los do centes ms jvenes. Para Lesvi Moya, profesora de Ges tin Ambiental, impartida a cuarto ao, le inquieta que algunos estudiante lle guen con falta motivacin: Son, des de muchos puntos de vista, diferentes a los que llegaron hace diez aos. Aun que tratamos a lo largo de la carrera de motivarlos, es muy difcil. Incluso hay quien te dice estoy aqu porque mi mam quiere que yo la estudie. Para Tamara Forbes otra preocupa cin es ver cierta frustracin que mu chos estudiantes perciben en la poten cial ubicacin laboral:En Farmacia no tanto, pero en Ciencias Alimentarias s es un problema. Una parte puede tener destino en Turismo, pero los que van a es un rea que hoy est deprimida en el pas. No todo resulta como en la f en la que los estudiantes insertados estn muy contentos porque aplican lo aprendido en la carrera. Para esta profesora de Diettica y Toxicologa de los Alimentos, que se qued como docente una vez gra duada porque ama el magisterio, hay otra contradiccin: la carga de trabajo es en ocasiones muy fuerte. Una de las motivaciones para la do de superacin constante que brinda la academia, pero a la vez las muchas ta reas colaterales impiden dedicar ms IFAL no es, en verdad, un mundo raro; la carrera de Ciencias Alimenta rias, tampoco. Tal vez todo sea parte de las muchas contradicciones que generan desarrollo, pero luego de una espinosa y muy larga travesa de tra bajo, paciencia y un ganchito. Daylin Galaera Arias. Tercer ao Alimentos. IFAL. Las prcticas laborales para m han sido super buenas: Las realic en el Instituto de Nutricin e Higiene de los Alimentos (INHA) en el anlisis de la composicin de hierro. Poco tiem po un mes? Eso depende de cmo te apliques, de cmo te reciban, del ni vel tecnolgico que posea el lugar.... No es comn poder escoger el lugar poque no hay muchas opciones.

PAGE 18

El 24 de agosto de 1842 comenzaba ocial mente la carrera de Farmacia en la Real y Ponticia Universidad de San Gernimo de La Habana. En cambio los estudios acad micos de los alimentos nacieron como licen ciatura 129 aos despus, en la ya laica Uni versidad de La Habana (UH). Hasta principio de los ochenta ambas especialidades fueron exclusivas de La Colina, poca en que la ca rrera de Farmacia fue a las universidades Marta Abreu de Las Villas y la de Oriente. A inicios del curso 2004-05, la Universidad de Camagey enrumbaba hacia el estudio de los alimentos. 1. La concepcin de IFAL es la de una unidad presupuestada, en respuesta al auge y desarrollo de la Industria Far macutica y Biotecnolgica. La idea es hacer ms expedita la formacin de los estudiantes de Farmacia y Alimen tos, utilizando como unidades docen tes tambin a diferentes centros del En Farmacia parece funcionar. 2. QUIMEFA: Grupo Empresarial Qumico-Farmacutico. Marian Aldana Abreu. Tercer ao Alimentos. IFAL. Mis prcticas me tocaron en el Complejo Lcteo de El Cotorro, en la planta de helados De hecho, me hubiera gustado ms tiempo para entrenarme mejor en anlisis micro biolgico. Futuro? Me veo licencia da y con una maestra. Me gustara ir primero hacia el rea de investiga cin y terminar en la produccin. Maikel Pea Santizo Tercer ao Alimentos. IFAL. En segundo ao hice mis prcti cas en el Complejo Lcteo de La Ha bana y fueron tan buenas que pien me gustara trabajar all, en control de la calidad y especializarme en el rea de anlisis sensorial. Jos Nandn Rojas Tercer ao Ali mentos. IFAL. Las prcticas a veces chocan por que lo que aprendes no siempre pue des realizarlo, sobre todo en las tc nicas de anlisis de la produccin; la mayora de las fbricas ni tiene equi

PAGE 19

la voz de los universitarios Alma Mater /marzo 2012 / No. 509 fotorreportaje Fotos : Elio Mirand Amistoso encuentro Cuba vs EE.UU Equipos universitarios de Cuba y los Estados Unidos efectuaron tres amisto sos choques de bisbol en La Habana. Alma Mater ofrece instantneas de los partidos.

PAGE 21

la voz de los universitarios Alma Mater /marzo 2012 / No. 509 Por Yoerky Snchez Cullar Fotos : Elio Mirand y archivo El estudiante Jos Antonio na pequea libreta, resguar dada con celo en su casa na tal en Crdenas, muestra los apuntes matemticos de Jos Anto nio Echeverra. Y de la letra legible y ordenada emerge un alumno que, desde los aos primarios, alcanz disciplina y dedicacin acadmicas a toda prueba. Cultiv ese afn por adquirir conocimientos en cada ins tante de su vida hasta que una bala tronch sus sueos, con solo 24 aos. Cuando Jos Antonio entr a la Es cuela de Arquitectura de la Universidad de La Habana llevaba la experiencia del Instituto de Segunda Enseanza de la Ciudad Bandera, donde sus profesores lo consideraban un muchacho muy inte ligente y despierto, de estilo directo, preciso, medular, que estaba siempre entre los mejores expedientes del curso. En el primer ao de estudios universita rios matricul las asignaturas de Anlisis Matemtico, Geometra Analtica, Trigo nometra Plana, Geometra Descriptiva Aplicada, Dibujo a Mano Alzada, Dibu jo Arquitectnico, entre otras. Explica el investigador Ernesto lvarez Blanco en su libro Subiendo como un Sol la escalinata que la so licitud fue inscrita el 21 de octubre de 1950 por el Secretario General de la adems que el nuevo alumno haba recibido el carn que lo acreditaba como estudiante y que haba pagado el segundo y tercer plazos de la cuota de inscripcin. Instalado en una casa de huspedes cercana al recinto, Jos Antonio comienza a hacer amistades, con las que comparte sus horas de es tudio y recreo. Ante la carga de materias recibe ayuda de sus compaeros y l brin da la suya; tiene novia, asiste a ter 1

PAGE 22

horas aciagas para Cuba, nos permite levantar la voz en nombre del pueblo. Somos otra vez los abanderados de la conciencia nacional () No podemos restituirnos a las labores acadmicas mientras no estn garantizados los de rechos de ciudadana. La libre y sose gada vida de la cultura es incompatible con la violencia caracterstica de un r gimen castrense. No nos pidan respeto a las leyes quienes las han conculcado sin miramientos de ninguna clase. Rememora Sonia que era un jo ven muy adelantado para su poca. A pesar de su constante labor, primero con nosotros y despus al frente de los universitarios cubanos, no quera perder ni un ao de la carrera. Tam poco ocupaba un cargo para obtener prebendas. Haba muchos que decan que la universidad era para ganarse la vida, para alcanzar un ttulo y no para mezclarse en cuestiones polticas. Jos Antonio explicaba siempre que no se poda aspirar a reformas acadmicas si la situacin del pas continuaba igual. Nunca dej en un segundo plano los estudios. Recuerdo una ocasin en que hacamos un examen y faltaba l. Transcurra la etapa ms frrea de la dictadura, tena que esconderse por que lo buscaban para matarlo. Todos sentaditos en el aula frente a aquella 1. Libreta de Matemticas pertene ciente a Jos Antonio Echeverra. 2. La arquitecta Sonia Domnguez Rosas lo recuerda como un mucha cho jovial, correcto, pendiente siem pre de sus compaeros. 3. Terminados sus estudios en el Ins tituto de Segunda Enseanza, Jos Antonio se prepara para entrar a la Universidad. tulias, practica deportes, viaja a la playa, en das de asueto visita a sus padres, a quienes les ensea sus duplicados arquitectnicos. En ene ro de 1951 resulta electo Delegado de Asignatura y va enrolndose, de manera apasionada, en el movimien to revolucionario. Luego lo eligen presidente de la FEU de la Escuela. Dos amigos matanceros, Jos Rojo y Jos Manuel Tstar compartieron en varias ocasiones con Jos Antonio en el Alma Mater. En una ocasin sus pend Dibujo Arquitectnico y l me prest sus trazos para que pudiera prepararme y vencer la asignatura. Los conserv durante mucho tiempo cardenense, comenta Rojo. Tstar, por su parte, cuenta una ancdota que expresa la dimensin del lder estudiantil: Yo desaprob Dibujo, por solo un punto, lo que me pareca una injusticia. Fui a verlo para que hablara, en su condicin de re presentante nuestro, con el profesor Felipe Gmez Albarrn. Sin titubear me dijo: Yo no le voy a quitar la ra zn al profesor, usted estudie y repita el examen ver que sacar sobresa liente. Y as fue. PROYE CTANDO UN PAS Sonia Domnguez Rosas tam bin coincidi con el Gordo en la carrera, aunque aclara: es de dos cursos por encima del mo, cuando yo llegu ya l haba hecho historia, por sus luchas estudian tiles, su enfrentamiento al Golpe de Estado de Fulgencio Batista El 14 de marzo de 1952, como dele gado de curso y Vicepresidente de la Asociacin de Estudiantes de Arqui tectura, el joven Echeverra haba sus crito un documento contra el Golpe: Nuestra limpia y vertical actitud en 2 3

PAGE 23

la voz de los universitarios que se precisaba en ese momento. Quera separar la escuela de Inge niera de nuestro plantel y que se hiciera un nuevo edificio. Imag nate que compartamos una mesa para cuatro alumnos. Le intere saba, igualmente, la integracin de la arquitectura cubana a la de Latinoamrica. Sonia, quien despus del triunfo de la Revolucin ha sido proyectis diplomticos, entre otros sitios de inters, considera que el Gordo hoy sera un idelogo al servicio de la carrera que ambos cursaron y a la vez un cuadro de los que Cuba necesita. En 1965, con su esposo Armando Hernndez, Mario Coyula y Emilia Es cobar, particip en un concurso para El Parque de los Mrtires y el jura do les concedi el primer Premio. pizarra rodante de entonces, que cuando la deslizaban mostraba la prueba. De pronto, se abri una ven tana y apareci Jos Antonio. Tran quilamente ocup su silla; muchos temblaban de miedo por temor a que apareciera la polica. Cunto arrojo! Lo recuerdo como un muchacho de carcter jovial, simptico; le gus taba hacer chistes, pero sin chaba canera. Caa bien, no era dspota, gritn ni escandaloso. Se gan la admiracin de todos y hasta los profesores ms oscuros lo respeta ban. A peticin suya, fui delegada de Historia, para lidiar entre alum nos y docentes. Lo hice con mucho gusto, porque l te hablaba, te con venca, te enamoraba de las tareas. Se ocup mucho de los planes de estudio, los materiales de trabajo, de cmo iba a ser el desarrollo de la profesin, la cantidad de tcnicos Hay otra cuestin muy impor ta por Fidel. Despus del Moncada lo admir ms. Batall mucho por ron la Carta de Mxico y despus del desembarco se lamentaba de que no pudo apoyar a los expedi cionarios como hubiese querido. Lleg as la fecha del 13 de marzo de 1957. Ese da yo estaba cerca de la Universidad, preparando un proyecto que deba entregar y sent el tiroteo. La polica tom las calles y la gente empez a bajar por San Lzaro, por la avenida 23, por todos los lugares. La muerte del lder dej un vaco en el movimiento estudiantil que llor su prdida, ocurrida en los propios muros de la Universidad que nunca lo vio graduarse. UN ATREVIMIENTO? Cada 13 de marzo los arquitectos ce lebraban su da. Ser por coincidencia que en esa propia fecha ocurri el ataque a Palacio? Habr escogido Jos Antonio el momento exacto para su plan como la consagracin de los futuros constructo res de un pas? Queda en los archivos que el 13 de marzo de 1955, dos aos antes del asalto, Echeverra public un ar tculo que bajo la pregunta de cmo piensan los estudiantes de Arquitec tura?, lo titul Presente y Futuro de la Arquitectura en Cuba Algunas de las ideas expuestas en ese trabajo periodstico sealan el rumbo de su pensamiento y su amor a la profe sin que estudiaba: Se preguntar de entrada el lector si no es un atrevimiento por de tan ambiciosas proporciones 4

PAGE 24

5 6 como el que hemos enunciado; no faltarn, inclusive, quienes carga dos de experiencias y aprensiones exclamen en un tono burln: y qu pueden saber unos estudiantes de estas cosas? A unos y otros concedemos, en parte, la razn. Y solo en parte, pues no por estudiantes, somos menos atentos a las palpitaciones y necesidades de nuestro pueblo, directamente ligado a nuestra futu ra profesin; sera ms bien todo lo contrario; y son precisamente estos problemas del presente los que de terminarn las soluciones futuras, que nos corresponder a nosotros llevar a cabo. quitecto, a travs de los tiempos, ha sido un profesional ocupado en satisfacer las apetencias y caprichos de las esferas ms pudientes y po derosas de la sociedad. Su labor no a las grandes mayoras populares, sino a una minora privilegiada. () Mientras en Cuba existan campesi nos hacinados en mseros bohos, con pisos de tierra y carentes de facilidades higinicas; mientras se encuentren obreros mal alojados en viviendas caras e inadecuadas para el desenvolvimiento familiar; mientras las ciudades y los campos se desarrollen de forma improvisa da y catica, sin ninguna previsin para el futuro, el arquitecto tendr un deber que cumplir. Conclua aquel texto retomando una frase de Ren Descartes: hay que poner en dudas todas las cosas, siquiera una vez en la vida y con su conviccin de que los estudiantes de Arquitec tura permaneceremos vigilantes para que no se frustren los mejores Destinos a que Cuba tiene tiene de del pas es un factor importante. Aquel supuesto atrevimiento dej una huella en la Historia, porque el 13 de marzo de 1957, aunque no logr su objetivo de ajusticiar al tirano en su propia madriguera, irgui a Jos Anto nio en el pedestal de la inmortalidad. 4. Libretas de dibujo 5. Con otros alumnos en su aula de la Escuela de Arquitectura de la Univer sidad de La Habana. 6. Trazos realizados por Jos Antonio durante sus estudios universitarios.

PAGE 25

Puedes enviar tus trabajos y opiniones a nuestro correo: almamater@editoraabril.co.cu ntes de escribir La choza in cluso mucho antes de pensar en la msica como una forma de sustento, de vida, Tony vila fue custodio de una empresa en Vara dero. Fui vendedor ambulante de cebolla y ajo. Hice galletas de yuca y hasta trabaj en los astilleros de Cr denas. Vivi los aos 90 como muchos cubanos, y en ese periodo adquiri la dosis necesaria de experiencia que uno reconoce ahora en sus canciones. Quin se atreve a cuestionar la des cendencia del Guayabero despus de escuchar a Tony vila! Solo l logra atrapar el optimismo de este pueblo y la aparente sencillez de su alegra, sin negarle a sus letras esa gota de Por Justo Planas Foto : Elio Mirand Todo soy para bien la voz de los universitarios Alma Mater /marzo 2012 / No. 509 dolor necesaria para ser justos con el presente, con la historia. Cuando uno escucha a Tony vila comprende mejor la naturaleza de su msica. No utiliza el espaol depurado de ciertos compositores, por eso apu ra las vocales cuando pronuncia. Las aprieta para llegar ms pronto a la idea cotidiano; se gradu de Pedagoga en Marxismo e Historia, y aprendi en la escuela y con la vida despus que no hay teora que reemplace la prctica. Perteneces a una generacin que se form en un mundo bipolar. Es tudiaste para una Cuba y cuando te gradas en los aos 90 se haba convertido en otra. Cmo afect canciones? Viv los 80, cuando el dinero vala m ucho. La sociedad estaba equilibrada, las diferencias de hoy no existan, la pi rmide profesional no estaba invertida. Los 90 me encuentran a mitad de la carrera, mientras entenda el mundo desde el materialismo dialctico, des de el marxismo. Vi entonces cmo se derrumbaba todo ese monumento a la ideologa marxista que fue el cam po socialista, cmo muchos postu lados se convirtieron en pura teora. Aprend que nada construido por el hombre es perfecto, que puede des truirse, pero las ideas siguen estan do ah. Tuve muy buenos maestros que me permitieron ver el marxismo como parte de la vida, de manera in tegradora. Pude comprender mejor todo lo que pas en el 90. Hubo das difciles donde el dinero vala o tenas mil pesos en el bolsillo y de nada ser va. Pero me dije: Cuba sigue aqu y sigo creyendo en ella, sobre todo en los cubanos. Y las canciones que hice cuando empec a componer, que tenan un matiz distinto porque uno siempre comienza haciendo canciones de aos, tomando otro color, porque TONY VILA:

PAGE 26

me cuestionaba la realidad de otra manera. Est presente el optimismo con que veo la vida: si soy ltigo ser con cascabeles en la punta. Todo lo que me pas es un poco lo que soy... para bien, no para mal. Si escribo mis canciones desde el rencor, por ejemplo, sera distinta. No hubiese tenido tampoco ni alegra ni humor, ni picarda para escribir La choza. Por qu dejas la docencia para trabajar en el Turismo? Me toc ser sostn de mi fami lia, tena un hijo. Me fui en el ao 95, cumpl con el servicio social y te terio. Pero en aquel momento por mucho que intent dar ms clases escuelas para aumentar mi sala ser objetivo y salir. Hubo un xodo de profesionales en aquel momento hacia cualquier rama econmica. Yo fui uno de ellos. Una vez hice pur de tomate para vender; el primer da cojo un tren para Crdenas con mi cubeta, con todos los atuendos que lleva el vendedor ambulante. Se me ocurre vender algo de pur antes de ir a mi casa, toco una puerta y quin me sale? Un ex alumno mo! A pe sar de este color que tengo, me puse blanco. Por suerte se me alumbr el bombillo y le ped un poco de agua. Gracias a eso no pas una pena. Ese da hasta se me ferment el pur, porque no era experto. Y as hasta que aparece una amiga y me dice: Vamos a hacer un tro! Nos esforzamos mucho pero fraca s. Ms tarde, yo tena un cuarteto, buscando un grupo en el hotel Sol Palmeras. Entonces me quedo en el Turismo. Ya yo tena mis canciones; pero ni soaba con hacerme cantautor. Hasta un buen da en que pens que s era posible. Qu importancia tiene la pea Suerte de los cangrejos en tu carre ra y en tu vida? Suerte de los cangrejos apareci en 20 03. La idea vino a reivindicar y aglu tinar a un montn de gente que haba estado haciendo msica, intentando armar proyectos, para reunirnos ms que todo. Antonio Santovenia, Too, un amigo, encontr la manera y la sede, el Museo de la Batalla de Ideas. Qu permiti Suerte de los cangrejos? Que todos los meses fuera un trova dor no cardenense a dar un concierto. Eso ayud a intercambiar y compartir con otros cantautores. Descargamos, y todo el mundo fue feliz, que era el motivo esencial. Como nunca antes expuse mi obra para un nmero consi derable de personas. Cantaba mis canciones y al mes si guiente la gente volva a pedrmelas. Me gritaban Tony, Negra, no para ofenderme [se re], me decan: Tony, Croman, o pedan: Tony, Male cn, que de lejos suena distinto. No creo que estuviera dando los pasos de ahora si no se hubiera creado, fue mi apertura. Adems, un elemento catali zador de la cultura en Crdenas. Tienes una cancin dedicada a Cr denas, y otra al Malecn. Habanero o cardenense? De origen soy habanero. Y he ido redescubriendo el sentimiento hacia la capital. Pero Crdenas es la ciudad que me rob la voluntad, de ella estoy ena morado. Por ella canto. De ah nace la cancin a Crdenas, quera devolverle un poco lo que me ha dado haciendo lo que s. La cancin del Malecn la es crib en La Habana en los 2000. Haba una especie de coloquio y conciertos de trovadores, fui con unos amigos a enterarme de lo que pasaba y a ver si poda participar, algo que nunca ha ba ser en la Universidad no se dio all y yo ni conoca La Habana, as que me fui al Malecn con la guitarra y escrib la cancin. Cun difcil es para un msico fuera de la capital trascender los mrgenes de su provincia? Es difcil, no imposible. Hay que te ner una obra defendible. No ser de la capital te cierra un poco las puertas. Incluso teniendo el apoyo de amigos que creen en lo que uno hace, que te ayudan, pierdes la inmediatez por no estar ah si algo exige tu presencia de repente. Yo dej mi trabajo en el Turismo en aras de un sueo. La fama nunca fue mi objetivo sino el hecho de defen der una cancin y no terminar como un viejo cascarrabias que se lamenta por lo que no hizo de joven. Por suer de lo difcil que es insertarse en los medios sin que te conozcan, o tener una grabacin al menos precaria, via jar a La Habana sin guitarra propia, con la de los amigos que pudieron prestrmela, a pesar de lo difcil que es componer sin tener cmo hacerlo; a pesar de todo, vale la pena. Muchas canciones las haca en el aire, las compona en mi memoria porque no soy instrumentista. Para llegar a mi pueblo desde La Habana, yo me enfrento contra Va Blanca y cojo botella en el Viaducto de Ma tanzas todava. La gente me ve y me dice: T eres el de Chacho? Le escribiste una cancin a Jos Antonio Echeverra. Por qu? Fue un lder joven que tuvo el co

PAGE 27

la voz de los universitarios que estaba mal en Cuba, intentar cambiarlo le cost la vida, me acerca a l ese deseo de querer cambiar las cosas para bien de los dems. Saba que deba hacer la cancin en algn momento, entonces lleg la peticin del Museo Casa Natal. Y as naci. La ponen en sus eventos, y sale en la ra dio de Crdenas una grabacin muy mala que est all, que hice como y cuando pude. La cancin es since poltico ni es oportunista, no la hice para tener prebendas, no me intere sa nada de eso. La pens porque de verdad la senta, y porque creo en lo que l hizo. que el parque de Jos Antonio Eche verra, donde est su estatua y hay varios museos cerca, posea tan ma las condiciones. Los muchachos lo estn destruyendo. Tengo una carta que me dieron los vecinos a modo de queja, ellos vieron en m un vehculo para denunciar esto. Los adolescen hasta han arrancado bancos del par que, sin mencionar otras cosas que hacen. Todos somos culpables de que eso suceda. No debemos qui tarles el parque pero s preocupar nos porque siga representando a la ciudad. Cul consideras que ha sido la misin de tu generacin de trova dores? No es que sea un trovador dege nerado, pero por mi edad deb haber aparecido con Kelvis Ochoa, Fernan do Bcquer, que en los 90 ya estaban haciendo sus canciones. En ese mo mento no pensaba dedicarme a la trova ni mucho menos hacer de eso mi vida. Aparezco en lo que se llama Novsima Trova en un contexto en el que hay cantautores a los que puedo llevarles 10 aos o ms. Estamos en el mismo contexto pero con una ex periencia distinta. Creo que mi gene racin tiene, como otras, la misin de expresar el momento que estamos vi viendo, de traer al presente el pasado, de intentar vislumbrar o coquetear con el futuro. No creo que todos los que estamos cumplimos del mismo modo. Pero sigue presente la misin de Pepe Snchez, Sin do Garay, la que tuvieron y tienen Pablo y Silvio. Todos los trovadores tenemos ese deber, somos como los resortes ideolgicos de la cultura por el tipo de compromiso que tiene la cancin nues tra con la sociedad en que vivimos. Me siento responsable de cada palabra que estoy expresando. No todos estamos en busca de las entraas del momento que estamos viviendo, pero muchos segui mos ese camino. La choza es una cancin en boga. Uno va en una guagua y la escucha, pasa por una calle y nos llega desde el televisor de un vecino. Qu expe riencias te ha permitido vivir? La Choza nace un da como otros en que voy de La Habana a Crdenas. Ese da cog una mquina. Y al montarme, como si me hubiera sentado arriba de la choza, viene la idea: Chacho... Chi cha... En el trayecto a mi casa invent la cancin. Al llegar tuve que irme para un ensayo, me sent con la guitarra y saqu entonces el estribillo de la can cin: A Chacho lo que ms le gusta de Chicha es que siempre tiene limpia la choza. Tanto fue que la montamos ese mismo da con el mismo ritmo que tiene hoy, solo le hemos hecho ligeros cambios. La grabo en la emisora de Crdenas para enviarla a un festival de msica de Matanzas, la cant con mi guitarra y yo mismo me hice los coros y todo. Parece que como lo dej en la computadora de la emisora, alguien pens: Mira, una cancin de Tony!, y la puso. Pues un da estoy en la calle, entro a una tienda y las empleadas estn muertas de la risa. Me dicen: No te vas a morir nunca. Pusieron en la radio una cancin tuya de una choza... qu manera de rernos! Corr para la emisora y les digo: Cmo van poner eso?! Estando all entra una llamada de alguien y pide la cancin, y as co menz todo. Se empez a escuchar en Crdenas. No pas un mes y ya la gente me deca: Oye, este es el de Chacho. Grab entonces un demo con mayor calidad y lo comenc a difundir nacionalmente. Te podrs imaginar la cantidad de disparates que me dice la gente. Me gritan: Ah va el de La choza !... me dicen otra cosa. Y les respondo: Mejor dganme ah va Chacho. O me sueltan: Mira a Chicha. Vaya, pero si hay un personaje masculino como yo [se re]. Pero con eso me divierto, nunca me molesta. Algo que me va a marcar para toda la vida es el impacto que ha tenido en los nios. El inters que ha despertado tiene que ver mucho con el doble sentido. El doctorado de esto lo hizo el Guaya bero. Es algo que le da atractivo a la msica sin caer en lo vulgar porque el espaol es muy rico. Me habra gus tado que me gritaran: Ah va el de El mundo de los ms, pero me siento de todas formas orgulloso, no veo La choza como una cancin menor. To das para m tienen el mismo valor, por que se alimentan de lo que la gente es. Siempre me quedo con un por ciento muy bajo de creacin, la gente las hace suyas. Eso me alegra, que se apropien de ellas... menos del derecho de autor. [Se re].

PAGE 28

Alma Mater /marzo 2012 / No. 509 la voz de los universitarios en el banquillo Texto: Yuniel Labacena Romero, estudiante de Periodismo Foto : Roberto Ruiz st orgulloso del pas en que vive. De la Cuba que expande salud por el mundo. De la bata lla de Playa Girn (y sus historias no contadas). De los buenos y honestos amigos que le ha regalado la Facultad de Comunicacin de la Universidad de La Habana. De su fe cristiana. De ser paisano de Mart. De su abuelo: rebelde en la serrana y empeo en su vida. De ser novio de Liliana, y retoo de Teresa, habitante de La Habana y de llamarse Yoel Surez Fernndez Lleg a la carrera de Periodismo con la esperanza de ejercitar y perfeccionar la escritura. Y si bien siento que tal perspectiva se ha cumplido en cierta medida, el disfrute temeroso de llenar espacios blancos con palabras que informen, pero que estn perfumadas con es pritu literario, es un reto que nunca deja de provocar un mejor hacer. Durante la ms reciente edicin del Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano con el documental normAdentro transit por la pantalla grande y si bien no fue de los premia dos, s marc un punto importante para el camino de su vida profesional y para enganchar a muchos en el celu loide. Buscaba una historia atractiva y tuve la suerte de que mediante una amiga acabara frente a m la de Norma Porras (en cuya vida se inspir el des tacado director de cine Fernando Prez para su largometraje Clandestinos ). As nos adentramos con cmaras y preguntas en la intimidad de esta mujer maravillosa y conquistadora de la vida. Creo que el documental logr retratar su carcter, su manera de ver el mundo, la historia y esa sabidura especial que comparti con el equipo de realizacin en las visitas previas al rodaje. Con su carcter jovial y lleno de anc dotas, este muchacho cuenta que en un principio pens hacerle una entrevista para la prensa escrita, pero alguien le sugiri que la vida de esta seora daba para ms, daba para un documental. Le hice caso, y aqu est el resultado: normAdentro termin incluyndose en la seleccin del 33 Festival del Nuevo Cine Latinoamericano. No estuve solo, me acompa Axel Arzola Chvez, un amigo y joven reali zador que ya tiene una basta experien cia en el audiovisual. Fue una sorpresa muy grata. Imagnate lo que representa para un joven que se inicia en el mundo del cine que una de sus primeras obras compita en un certamen tan prestigio so. Qu es lo que ms te gusta del Periodismo? Los trabajadores y funcio narios del diario Juventud Rebelde tra dicionalmente han abierto las puertas de la institucin para que los alumnos de Periodismo colaboremos con ellos. Este ha sido uno de los factores que han hecho a varios estudiantes voltear sus miradas a la prensa escrita. Me in cluyo entre ellos. El cine documental es otra rama de la creacin que me resul ta atractiva. Y aunque he escrito guio deja de fascinarme el documental A veces la realidad nos sorprende tanto Y la fo tografa? Hace unos meses un grupo de estudiantes de Periodismo mon tamos una exposicin colectiva en la Galera Francisco Vzquez de Juventud Rebelde (en la que tambin hice de coordinador), y es posible que dentro de poco podamos hacer una segunda muestra Pero hasta hoy, la fotografa es para m un hobbie, si bien respeto enormemente la profesin. El triunfo que ms valoras en tu vida? El pasado ao un amigo me avisaba por e-mail que en Francia estaban llevando al cine un cuento de mi autora. La noticia lleg como un espasmo de asombro y satisfaccin. Tambin fue en 2011 cuando el sello argentino E.D puso a Aquel momento fue realmente gra gente que quiero se sienta orgullosa de m, es lo que ms valoro. Lo que nunca haras? Defraudar a un amigo (al menos no intencionalmente).

PAGE 29

la voz de los universitarios Alma Mater /marzo 2012 / No. 509 ciencia, tecnologa y sociedad Texto y fotos: Jorge Sariol De abstracciones, clculos y otras minucias 1 INFINITUM. Citas matemticas Libro de Juan Francisco Guirado Granados. Considerado como el primer texto en espaol que rene alrededor de 1 500 citas y frases clebres sobre Matemti cas y matemticos. Contiene ms de 600 autores y 1 200 palabras relacionadas. 2FRACTAL : objetos matemticos creados a partir de reglas irregu lares o de la fragmentacin por un ordenador, segn ecuaciones en las que el azar y la dinmi ca dan lugar a modelos de gran complejidad. interesarle perder tiempo en enun ciados banales. Algo parece estar claro: las Ma temticas entran en la categora de universo inconmensurable y omni presente, y cuando sus postulados aterrizan son capaces de cubrir un montn de soluciones para la cien cia dura y para la gerencial; para lo sublimey para la ms profana rea lidad cotidiana, en sus variadas en crucijadas.QU HA CE UN MATEMTIC OEN CUBA? La frase parece otro chiste, pero no lo es aunque la diga Jorge Baca llao Guerra, un muy serio joven del Instituto de Ciberntica, Matemtica y Fsica (ICIMAF), entidad cubana de dicada a las investigaciones tericas de alto nivel y aplicadas en ramas de la Ciberntica, la Matemtica y la F sica. del matemtico porque est carga da de mitos, advierte constante mente Bacallao, quien tal vez sea el ms meditico en su profesin por la televisin local. Esta segunda con dicin le impide guardarse un chiste a propsito y cuenta que conversando lgunos dicen que la prctica matemtica es puramente enigmticas que advierten que sus expertos son como los amantes Conceded a un matemtico el m nimo principio, que l sacar de all una consecuencia que tendris que concederle tambin, y de esa conse cuencia, otra. Para el bilogo anatomista ingls Thomas Henry Huxley, el matemtico parte de unas simples proposiciones cuya demostracin es tan obvia que por s mismas, con lo que el resto de su trabajo consiste en desarrollar sutiles deducciones a partir de ellas. Otras que es el individuo que, al ver el papel que tienen el dinero, la sexualidad y el poder en la fabricacin de famosos, Algunas son sarcsticas como un cocotazo en la mollera, como la del escritor y matemtico norteamericano John Allen Paulos: Las matemticas no mienten, lo que hay son muchos matemticos mentirosos Pero si en verdad esta ciencia es solo abstraccin o simple habilidad para lo grar concentracin, al apartar las cosas leyenda, en un caos que pareciera no

PAGE 30

con una muchacha, despus de de cirle a qu se dedicaba, esta le dijo: Matemtico?, caramba y que parecas persona normal!. Para el joven la vida encuentra so luciones a muchos problemas impen sados, mediante el manejo de esta dsticas y clculos. La famosa Ley de o la de la estrategia de emplear zurdo contra derecho, pudiera encontrar herramientas muy precisas en la mo delacin matemtica y evitara tantos disparates en los que caen lo mismo gente del deporte como periodistas especializados en el tema. Muestra de lo que pueden hacer los guarismos en favor de la sociedad al desarrollar una tabla antropom trica para las embarazadas de Cuba, la diversidad de biotipos de la mujer relacin con el peso corporal en el pe riodo de gestacin y que no eran minu ciosamente exactos. Al aplicar tablas internacionales, que no corresponda con nuestra realidad, los datos podan sobrevalorar el bajo peso y subestimar el sobrepeso. La nueva tabla permiti realizar valoraciones nutricionales en cualquier momento del embarazo.DANZA C ON NMEROS La Escuela Cubana de Ballet cada ao enfrenta un mismo proceso: el de seleccionar candidatos a estu diantes que algn da entrarn en las huestes de Alicia Alonso. Los excelen tes profesores estn entrenados para captar, con solo ver el cuerpo de un joven, si est apto para convertirse en un bailarn con futuro, independien temente de constancias, empeos perspectivas de alcanzar el xito. Distintos tipos de mediciones an tropomtricas relacionada con propor ciones y simetras del cuerpo humano ofrecen datos sobre las caractersticas ideales de un bailarn. Expertos de ICIMAF se aprestaron a crear una herramienta que no pretenda sustituir la experiencia ni la sabidura del profesor, sino ayudar a que las decisiones tuvieran incluso argumentaciones mate mticas en el proceso de seleccin. Una contrastacin de datos dio como resultados que Carlos Acosta re saltaba sobre todos los dems, segn esas mediciones. Y entre las damas Viengsay Valds de muchas formas validaba la herramienta. Un matemtico ha dicho de modo implacablemente cartesiano si no somos precisos, mejor no somos. Otros creen por el contrario, que quienes ejercitan las matemticas hacen arte de la abstraccin y poesa del pensamiento. En cualquier caso un orgasmo pudiera ser modelado con algorit mos? Y la perfeccin de un fractal ser el nima remota y en pena de un androide incapaz de un suave embeleso? Proporciones a medir en la anatoma de un bailarn o bailarina ndice crmico. Longitud relativa del miembro superior. ndice acromio-ilaco. Anchura biacromial relativa. Anchura bicrestal relativa. ndice braquial ndice de longitud del muslo. ndice de longitud de la pierna. Circunferencia torcica relativa.

PAGE 31

la voz de los universitarios la voz de los universitarios Alma Mater /marzo 2012 / No. 509 deporte Puedes enviar tus trabajos y opiniones a nuestro correo: almamater@editoraabril.co.cu Por Carlos Manuel lvarez

PAGE 32

El extrao caso de la Mizuno 200 ue alguien me explique, por que no se entiende nada. Y se sospecha de todo. Y si se pregunta, nadie responde. Una con fusin terrible. De haber sabido que la pelota me iba a traer tantos dolores de cabeza, me habra hecho fantico del crquet. Pero ya no hay tiempo. Y tampoco nac en la India. La India hubiera sido un buen sitio para nacer, pero queda demasiado lejos y es demasiado complicada. En qu se parece la India a la serie na cional. Pues en eso, precisamente. En que uno las mira y no sabe de qu van. Ya ni sigo el calendario, me aburr. Es ms difcil que el teorema de Fermat. Claro, con 17 equipos (el diecisiete es un nmero primo, eso no es divisible ni por su estampa) no hay cuenta que valga, ni lgica en la rotacin de los equipos. A veces se juega los lunes, a veces seis jornadas seguidas, a veces tres encuentros un da y cinco al otro, a veces de madrugada, a veces alguien descansa ms de lo que necesita y a veces, el das menos esperado, no se juega, y entonces a desandar el pas. Antes haba un orden, ya ni eso. Llena de arabescos, esta tempora da semeja un fresco del barroco, pero mal decorado. Exceso de equipos, ex ceso de partidos, exceso de pulgadas en el box. Sin embargo, hemos cam biado a la Mizuno 200 y han desapa recido los cuadrangulares. Para la pri mera subserie, se contabilizaron poco ms de veinte. Veintin jonrones en tres fechas! Eso se pegaba antes en dos y un tercio. Bien, ya s que exage ro, pero no me digan que todava hay que esperar. No hay que esperar nada. La Mi zuno 200 bota menos que la 150, y si antes haban tantos sluggers que repugnaban, ahora habrn tan pocos tas, uno no sabe si esto es bueno o es malo o ni lo uno ni lo otro. Porque la pelota cubana se bandea entre ex tremos y no acaba de enrumbar a un Tampoco es que sea de suma grave dad. Como que a un paciente con neu mona se le informe de pronto que se ha quebrado el meique. Qu le puede importar, a un tipo que no respira bien, la salud de su dedo meique. Por eso, qu puede importarle al bisbol cuba no la bola con que se juegue. No obstante, el asunto pasara como un divertimento si no fuese porque par de das antes del inicio de la serie, en un ameno congresillo tcnico entre la prensa y la Comisin Nacional de Bis bol, los directivos dijeron, respecto al tema, que haba que esperar. Alguien aclar que ya era un hecho: la Mizuno 200 no botaba. Pero la Comisin, to zudamente, y sin necesidad, dijo que s, que posiblemente, que quin sabe, que esperar y que, como siempre, el terreno tena la ltima palabra. Muy ilustrativo el suceso. Una pos posicin piadosa. Un no reconocer algo que resultaba lgico y hasta cierto punto necesario, pues, para ser justos, la Mizuno 200 tiene su explicacin. Por cuestiones polticas, el pas solo puede comprar lo que fabriquen los japoneses. Una cultura tan milenaria, una gente con tanta imaginacin y una nacin tan rica y que vengan a hacer una pelota tan mala! Nadie se alarme entonces si el ao que viene la 150 o nos mudamos a la 300. Bien, ya esperamos, ya el terreno dijo lo que tena que decir y es hasta ahora el nico que ha hablado. Porque as como se explic que la Mizuno 200 no era eleccin nuestra, pudo haberse aclarado, de una bendita vez, la razn del aparatoso fracaso en el pasado torneo de Rotterdam, que todava la estamos esperando. O las causas de las derrotas en la Copa del Mundo y en los Panamericanos. O que el bue no de Urquiola devele interioridades. pensen, eso no tiene que ver con el bisbol. En fin: hemos de acostumbrar nos. La Mizuno 200 no mejorar el pitcheo. Mejorar los nmeros, pero nrones los verdaderos hombres de poder. Abreu, Despaigne, Pedroso. Como si eso demostrara algo. En verdad, solo vuelve el espectcu lo ms aburrido, y borra de golpe, una cantidad preciosa de matices, de expectativas, de suposiciones. Aunque antes, no es menos cierto, haba la mar de improvisados. La serie nacional se har entonces mucho ms predecible. Y cabra, ob viamente, la pregunta de rigor: por qu la pelota cubana se ha vuelto una pelota predecible? Nada, sin embar go, de sumo inters. Pues a un tipo con anemia, qu pueden importarle unas canas de ms.

PAGE 33

la voz de los universitarios Alma Mater /marzo 2012 / No. 509 decirme eso. Ya te lo dije: no siento lo mismo por ti. Estoy enamorada de Se bastin, es que no puedes entenderlo? est jugando contigo. Te engaa con Yaqueln. Raquel lo mir estupefacta y despus mir a Sebastin, que no se inmut. La abuela rompi su silencio: cer y ya vienes inventando cosas. der trat de abrazar a Raquel. Raquel se solt enrgica. escuchando. Yo confo en mi novio. Sebastin mir a Alexander con cara inexpresiva. La abuela abri la puerta. Alexander no supo qu hacer, sali al pasillo. hablar, me voy a la cocina. Sebastin se sent frente a Raquel, que lo miraba algo turbada. Raquel supo que iba a decirle algo bien serio. precipitado. Los espejos se han alterado. Raquel, es imprescindible que regrese ahora mismo al Otro Lado. De lo contra rio pudiera suceder algo terrible. Debo hacerlo, tengo que hacerlo. Pero no quiero, porque ests t. Raquel, s que te voy a poner en una situacin difcil, y no te voy a poder dar mucho tiempo para pensarlo. Tienes que decidir: te quedars aqu o cruzars el espejo con migo? Tienes que responderme ahora. as tan rpido debo asumir el trono. Si me quieres, c sate conmigo. Ya sabes que tendrs que renunciar a todo lo que eres ahora Raquel comenz a sollozar: do irme as, ahora En la sala aparecieron los cuatro ami gos. Sebastin mir a Raquel con tristeza. despedirnos para siempre. Las palabras golpearon a Raquel. Se vio sin salida. Neg con la cabeza. mi lugar y aquel es el tuyo. Titina estaba frente al espejo del cuarto de Doa Brbara. regresar al Otro lado, antes de que el espejo cierre para siempre. bram Doa Brbara. quedarse. Si se cierra el espejo y no puede regresar, el trono ser mo. Titina la mir desdeosa. Titina abri los brazos y el espejo ennegreci. Se dispuso a cruzarlo, pero antes de poder evitarlo, Doa Brbara se lanz de cabeza y se le adelant. Raquel lloraba, pero estaba conven cida de que era lo mejor. Sebastin suspir. contigo. Renuncio al trono. Los amigos gritaron desesperados. EN EL PRXIMO CAPTULO: Los villanos del Otro lado festejan la decisin de Sebastin. Raquel y Se bastin comienzan a vivir un noviaz go normal, hasta que noveleta Por Yuris Nrido LOS AMIGOS DE RAQUEL CAPTULO XXI DECIDE EN EL CAPTULO ANTERIOR: Sebastin, celoso, desconfa de Alexander. Instigado por Titina, Alexander pretende recuperar el amor de Raquel. gunt Raquel un poco nerviosa. dijo la abuela. aparentemente tranquilo. Raquel se sinti de pronto mal. Estu vo a punto de desmayarse. Sebastin y Alexander se apresuraron a soste nerla y sentarla en la butaca. Alexander pens que deba decir algo: he regresado solo por ti. Nuestra se paracin me hizo muy mal. Creo que tenemos una oportunidad. fuera de lugar. Ha pasado demasiado tiempo, no puedes aparecerte ahora y