Title: Revista de las Antillas
ALL ISSUES CITATION THUMBNAILS ZOOMABLE PAGE IMAGE
Full Citation
STANDARD VIEW MARC VIEW
Permanent Link: http://ufdc.ufl.edu/UF00097352/00026
 Material Information
Title: Revista de las Antillas : periódico de intereses económico-político-sociales
Physical Description: v. : ; cm.
Language: Spanish
Publisher: s.n.
Place of Publication: Madrid
Madrid
Publication Date: April 28, 1883
Frequency: 3 veces al mes
normalized irregular
 Subjects
Genre: newspaper   ( marcgt )
Spatial Coverage: Cuba -- Habana
España -- Madrid -- Madrid -- Madrid
 Notes
Dates or Sequential Designation: Año 1, n. 1 (16 mayo 1882)- = T. 1, n. 1-
Dates or Sequential Designation: Cesó en 1884.
General Note: Director, Francisco Cepeda.
 Record Information
Bibliographic ID: UF00097352
Volume ID: VID00026
Source Institution: University of Florida
Holding Location: University of Florida
Rights Management: All rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier: oclc - 436542631

Full Text











REVISTA DE h
PERIODIC DE INTERESES ECONOMICO-POLITICO-SOClrIES,
dePJ..3, ,p.:. 1,9 DE LAS ISLAS DE CUBA Y PUER'TO-F,.
3 "emisiero-. ""
Coistiiiiu.4i de 181. -A.I. i.' ge public los dlas 9, t1 y 298 y lo nigulentes a lalegada del correo dq IUltramar
.. DIRECTOR: D. FRANCISCO CEPEDA


sum owi c^.ruaram '| sn -.

AO 11.-NUM. 4

SUMARIU

Lo que debe estudiar el Gobierao.-Chirirni y -L'
-iEs ya tardel--El vapor Cariad.-<(' ;ccrm parla-
mentaria. IJI.-EI C6digo Civil.-Lgica asimilistas.-
Tlaria?- Puntos rojos.

LO QUE DEBE-ESTUIAR EL GOBIERNO


MADRID- 8'DE ABRIL DE 1883


1 aorisinan aqu el Gobernador general en mala
hora desacertadamenete escogido para el des-
empeo de aqul importantisimo cargo.
En todo lo de as nada se hace 6 se hace
-in tino ni discernimiento...En vano claman y re-
clamanla prensa y los diputados autonomistas
(ya no los llamaremos hiberal- para no con-
fundirlos con el Sr. Villanueva) en vano claman
porque se lleven Cuba leyes tan esenciales co-
mo las que se refieren los derechos politicos,
fin de que se iguale aquellos ciudadanos con
los de la Peninsula, y esto que es rudimentario,
si' ez se hii7 '-' n 1'on la Ip", A-^ r'i p n;" o


S TOMO


excesivos que para esto se exigt
pagan sin ningun linaje de proved
Y hablamos, como siempre, cqrr
or Len y Castillo-estuvo esti
tiempo la Ley provindil para Cil
tudiada su salida, Y ah.ir4.el Sr.;
ce dice que tiene que tli liarlkt
mismo tiempo que. ha dicho -.n p
que tiene y sigue el riismn criterio
sor. Pues si tiene el mismo crit.rtio,
lo dej determinadl en e.q Ley,'
por tanto nuevo es.tdi, yi r
o ol ^*- ^* *


La
uni.,n
I~mkr


--ip- -----f--


---~'

















.,en-
que les
que les sir-

.e saber cul es el re-
_,ica porque no quiere, 6
no se atreve; porque aquellos
kodo lo tienen contaminado y
j bien; si esto es asi, nosotros lo
Jos al Gobierno que estudiase,
:nias que estb puede traer. Qu
,re ;Que en el turbado cielo de
helfasta sentencia que sobre las
fierno escribi el poeta de Flo-
a el Gobierno que ya e:.a peli-
enza extenderse, por Cuba, en
han esperado, de donde vienen
os sus diputados, exhortindoles
'en un puesto del que, dezpuc- de
'abrn de ser, si cumplen su deber,
'sados.
V cnm atiremos siemore


.j ANTILLAS

medio racioneros, ministros, mos de la liberalidad del actual Gobierno para
.igueros, etc. concluir un tra:ido de comercio igual 6 parecido
natural: el president de la Audiencia de al que acaban de ajustar los Estados-Unidos Me-
at.ana tiene un sueldo de 12,ooo duros, mien- xicanos y de Animrica. a-seurabaimo- y aun lo
tras que el obispo percibe gi.o:.,, racia. una ar. euriii.s,. que Cuba y Pu.I.rti--Rico sufrirn
Real cdula de 30 de setiembre de 1852, que lle- bien pronio la, lune.u.t~ c.'necul-nic;ia econ6mi-
va trazas de ser perptua. cco--poiica de e;e iratado, y que en ambas An-
Los departamentos central y oriental de la Isla tillis tendremos que cn-.umr el azcar en sam-
tienen un Arzobispado y una Audiencia. El presi- bumbia y abaridon.ir el vici. del tabaco, rama
dente de sta tiene 6,500 duros: el arzobispo ya que, de pur., abundarre, aperna tendr valor,
es otra cosa; cobra. i8,ooo, como el obispo de la prirmero, y,que no je prducir, despus, por-
regi.-.r occident.l y en virtud de aquella cdula, que d pur depreciada no habr quien la
Los jueces de primera insitncia que estn de ':iembre.
dia y d.2 noche trabajand,: p..r amparar la ,rt[ud Todo e':to hi d- pa ar muy pronto en Cuba,
y pJrseguir el crime, purliiicnd.. a. la scie- p.rqu Espaa no ha qu-rido celebrar con los
dad en que viven, y gar.i. ,zando la seguridia E.. ad,:,.-Urlid,. de A\ni 'rica un tritado liberal,
personal y el respeto la le 'v y la propiedad, qu,:, s~erdo de mnitua t..,nveniencia para ambas
ganan unos pocos 4, .j d iro-; t .idos los demir. nrmciones, ,:ria una epe.-rana sgura para el
S3,ooo. En cambio l,. s.:.'- res capella-nes.ue p.:rvenir de las Anjill-i.
constituyen la mesa capitular y cuyo :rabjio :til P,:r proteler las harinas nacionales-de trigo
al pais consiste en irse las dos de la tarde la etranjero;-por sai rilh.ir .etiecienias mil tone-
catedral cantar y rezar, por cuenta propia, sin ladas de azcar de Cuba veinte miseros millo-
dada, ganan 4,500, 3,800 y 3,000. nes de kilgramos que.se produce en la Penrn-
La desigualdad que result entire lo que cuesta sula; por la incalificable irregularidad de com-
lo indispensable y ftil y lo innecesario y en nada prar tabaco de Ke;-ukv y Virginia para el
reproductive, no puede ser ms evidence. Paga estanco, con menosprecio del ico tabaco ant'l--
Cuba 12,5oo00 duros cinco racioneros 'u no, y por un sin numero de -












REVISTA DE LAS ANTILLAS 95.


-EL VAPOR CARIDAD,

Tres nuevos y excelentes vapores tiene en
construccin el infantigable Marqus de Campo
con destino su nueva lnea de Argelia. El San
Vicente Ferrer, el Esperan7a y el Caridad.
Acerca de este ltimo hallamos algunas no-
ticias en el important peridico ingls T'he Glas-
gow' NeW, que con gusto publicamos conti-
nuacin.
Dice este peridico en su nrmero del 13 del
actual.
SAyer, u bolado al agua desde el astillero de
los seores A. M. Mill:n hijo, en Dumbartosiy'
'el magnifico vapor de hlice Caridad, construido
por rden del Marqu-e d- Campo.
. Las dimensiones del nuevo vapor son 240 pis
eslora, 31'manga y 16 puntal. Su port es de 870
toneladas. Su'rc.n'iruccin elegant; su corte de-
licado. E;i doraid. de poderosas mquinas, ca-
paces de imprimirle una velocidad de quince mi-
llas por hora, minimun. El interior st bien en-
'tendido, y puede conducir cien pasajeros. Va
de.iinado la nue a linea de Argelia, estableci-
da por el Malrqu- de Campo, ,cuyo.trayecto des-
de Den; -' har'"este vapor en diez horas.
'.ampo, ha stObl'ecido una li-
Sasde Fraicia oor el camino


El Sr. Vicepresidente: Vuelvo rogar los sefio-
res Diputados que garden silencio, porque de esta
manera es impossible continuar la sesin.
Puede continuar el Sr. Diputado.
El Sr. Sales: No llegan mis oidos las palabras
de S. S.
El Sr. Vicepresidente: Que puede continuar el
Sr. Diputado.
El Sr. Sales: Puedo perfectamente continuar, lo
que no puedo es hacerme oir.
Como vern nuestros lectores de Ultramar, la
cencerrada continuaba acallando el grito de la
razn y de la ley. E.ra una parodia exacta de lo
que suelen hacer en la Habana los representados
por el Sr. Villanueva cuando se les contraria en
sus exigencias y caprichos.
Pero oigamos el juicio del Sr. Sales:
He dicho que era pueril objeto el que motiv la
censura, porque tan grave res6Oucin como la pro-
puesta, sin, ms objeto que haceri-s.-de la palabra,
cuando el Sr. Villanueva tena dentIr -el Regla-
mento medios ms que suficientes para realzai y
conseguir su deseo de contestar al Sr. Betancourt,
es tanto como dar el inconcebible inusitado espec-
tculo parlamentario deque saliera de los bancos de
la mayora ina proposicin de censura contra la Pre-
sidencia, sin justificonrP n" ente que lo expli-
cara.
c. .i c.. -. ...


En aquel estado de la discusin, era necesario for-
zosamente terminarla, y el que ocupaba el silln de
la Presidencia la termind bajo la forma y el acuerdo
de entrar en la rden del dia. Insisti el Sr. Villa-
nueva, ya completamente fuera de su derecho, en
hacer uso de la palabra, insisti. pesar de las
reiteradas rdenes de la Presidencia. La Presidencia
se eneontr en el deber, fortaleciendo su autoridad,
de hacerse respetar, y adopt una correct y defini-
tiva decision.
Qu ocurri despus? Que el Sr. Villanueva, mi
amigo, present una proposicin que tiene todos
los caractres de proposicin de censura. (Continan
los rumorss)
El Sr. Vicepresidente (Ruiz Capdepn): Por lti-
ma vez tengo necesidad de rogar los Sres. Diput,
dos que garden silencio, porque los taqugrafos
oyen al Sr. Diputado.
El Sr. Sales: ............. Dentro del Reg'
to tena medios el Sr. Villanueva para hacer
su derecho. Pero desde el instant en que
sicin toma el carcter de voto, de censu'
ninguno de los que formamos en las fila
ra pcdamos firmarla, porque esto se,
negar nuestra propia autoridad, todr
sidencia represent la autoridad de
nuestros votL, lacupa aquel sitial
Pero aceptando la proposicin
es, tal como el Sr. Villanue-
entiendo, y conmigo ent
nte hab dWhidr reen rr












96 REVISTA DE LAS ANTILLAS


por bastante defendida la conduct del digno
Vicepresidente Sr. Sardoal, y rogando al seor
Sales y sus amigos que retirasen su proposicin.
El Sr. Villanueva pide la palabra, pero el se-
or Ruiz Capdepn, escamado, sin duda, le pre-
gunta, para qu ?
Explica el objeto, y entnces el Vicepresiden-
te le permit hablar, rogndole que se concrete
la alusin.
Qu iba decir el Sr. Villanueva? Nada. El
discurso del Sr. Gulln habia encalmado un tanto
las olas de aquella borrasca: el inters individual
.iba cediendo su puesto al inters colectivo. Ni
"os de Villanueva habian logrado su objeto, ni el
yo los que tomaron por pretexto los primeros.
a cencerrada habia fracasado, as es que se
S decir:
Villanueva: Despus de las palabras que
nronunciar el Sr. Ministro de la Goberna-
-pretando perfectamente mi intencin y
.s intil que yo diga nada, sobre todo si
underr como debo las indicacioncs de
vncio, pues, la palabra fin de que
to ntes este asunto ,
Sales rtendiendo el ruego del
'ero creyendo que no debia

itnep 1 ;n intrvpncin


i85 se public un proyecto complete de Cdigo ci-
vil redactado por una comision de jurisconsultos
eminentes, y que ese proyecto, dice el Sr. Alonso
Martinez en la exposicion de su proyecto, que ha
exigido necesariamente su revision por los culmi-
nantes hechos polticos, religiososy sociales acaecidos
en Espaa desde el ao I85t. De manera que hechos
culminantes acaecidos en Espaa han exigido la re-
vision de estos trabajos. Y recuerda tambien este
sabio jurisconsulto, que en nuestra Ptria no se dis-
cutieron en el Parlamehto ni se votaron artculo por
arttculo leaves de tan alta trascendencia como la hi-
potecaria, la de organiiacion del poder judicial, las
de matrimono y registry civil, el Cdigo penal de
1877, que fueron promulgadas por autoriyacion del
Poder legislative.
beores Senadores, para que comprendais la ne-
cesidad que hay de que inmediatamente se lleve
efecto la presentation, discussion y aprobacion del
proyecto del Cdigo civil presentado,, no tengo ms
que leer al Sen:d el ttulo de los Cdigos que cons-
tituyen 1 !z.gislacion de nuestro pas:
r. Lber judicium Codex Wisigothorum (Si-
senando, 671.)
2.- Fuero Juzgo (Sisenando, 68i).
3.o El Fuero Viejo de Castilla (Recopilacion del
Rey D. Pedro, i356).
Las leyes del e-`'' ( declaration de las leyes del
Fuero).
4.0 El Fuero "
5.1 Ordenarr o XI, 1348).


que se est hablando de esta material, y como desde
el reinado de Doa Isabel II est formada esa Comi-
sion de Cdigos y todava no se ha terminado nada
sobre este asunt,,, he querido tomar un poco la ini-
ciativa sobre l, para ver si podemos lograr que esos
Cdigos puedan publicarse pronto y ser tiles
nuestra querida Ptria, que bien los necesita para
estar la altura de las dems Naciones.

LGICA ASIMIMILISTA

Si quieres que yo te quiera,
Ha de ser con condicin
Que lo tuyo ha de ser mio
Y lo mio tuyo no.
Era la tarde del dia 16.
Continuaba la discusi6n sobre el proyecto de
ley de imprenta, en cuyas enmiendas se ha dis-
tinguido brillantemente el Sr. Villalba Hervs,
diputado republican por Canarias.
La ley estaba virtualmente hecha, concluida;
pero para la Peninsula. Sus hacedores no tuvie-
ron en cuenta las siete provincias de allende el
Atlntico.
Viendo esta deficiencia y lamentndola nues-
tros representantes liberals, ----taron el si-
guiente articulo adicional:












REVISTA DE LAS ANTILLAS 99
1,,'_ .,


si se habian de llevar los cuatro
os que me refiero del Cdigo p:n.l,
Cuba y Puerto-Rico en su initegridad 6
;modificaciones. Una digna persona que
/er en este sitio, el Sr. Albacete, se preo-
amerite de su gravedad; afirm que det.ian
se esos articulos, porque, no podian aplh-
su integridad en into que no pudieran lle-
quellas proi inciai otra clase de reform y
taps. A esta opinion se inclinaban tres 6
Sindividuos de esta Cmara: frente stos
base otro grupo sosteniendo la integridad de
tculos y creyendo que no debian modificarse,
> aplicarse ntegramente. ,
irialmente, haba otros que representaban el sen-
Sms avanzado, entire los cuales tena yo el ho-
r de contarme, y consecuente con la actitud en
Je sien:pre haba estado, me dcl ir resueltamente
artidario de llevar a Cuba y Puerto-Rico la integri-
dad de aquellos articulos. Mi argumento era el si-
guiente. yo sostengo en punto a derechos polticos,
que Jebe mantenerse la unidad mris perfect, y que
Ias la prensa como los ciudadanos en las islas de
.,Cuba v Puerto Rico no deben di.frutar de ninguna
mayor ventaja que la que gozan los espaoles en 1 i
.Pennsula. Por lo cual creo yo que estos articuos
que han de regir en la Pennsula deben plantearse
en las Antillas can iguales derechio y' con el mismo
o -r que en la Peninsla; porque por la misma ra-
-ae aqu en el Parlamento se trata esta cuestin
trar w-.*'-ias sara la prensa.y para lo; ciu .


Antillas; aqui un sufragio universal all una limi- Si el Sr. Ministro de Ultramar lo niega, ha dicho.
tacin comnpleti, dt iqual suerte que siendo centros el sr. \ illanuevj. o lo afirmo. Pues sepa S. S. que
distintos. Y mi arirruacin es colpletamente c.n- al frente de u pal bra estl la Consriruci.u, que in-
traria esta ltima ,olucion; y lo crco, sobre roJo, dudablemente concede la nici.ita, tanto a los L)i-
hhibleno unidad del Estado y Cmaras unicas como putldos como al Gobierno, para proponer artculos
unicos Poderes legislativos. Pero lo que me import adicionales en la Iorma qu: abraza el que hoy nos
saber es el seniido del Gobierno actail sobre e'te ocupa.
asiuano, today vez que el Sr. President del Conseio Lo que realmente parece inconstitucional, es ne-
de Ministros decia otra cosa desde aqui siendo indi game ese derecho afirmar aqu que las provincias
-iduo de las oposiciones, s el miismo Sr. M.inistro de ee Ultramar deben regirse siempre por leles espe-
Gracia y Jusiucia, que sairmaba ideas ms radicals ciales, cuando ese articalo s c:crihio en una poca
no h'ce ocho me>es contiesan.do en el Senido l en que todava no se hab.a promulgado la Consri-
Sr. Ruiz Gomez. Me importariasaberlo, para deter- tucin en la Grande Antilla, ni isa tenia aqu sus
minar mis arguments y mi conduct, representantes como hoy los tiene. As es que el ar-
Y despues de esto, dindo graci s la Cmara y al ticulo adicional que proponen sus Diputados, cual-
Sr. President por su bene\ orencia, YoY' a sentarme, quiera otro que traiese el Gobierno. debia discutirse
recordando nicamente que idintica A esta proposi en el seno de la Representacin national, que ten-
cin, Sres. Diputados, prelentamos una pidiendo la dria en cuenta esas singulares condiciones que el
aplicacin de la ley de reuniones Cuba y Puerto- Sr. Villanuesa se contrae.
Rico. Esto .e hizo teniendo ant'rente al pirido con- Pero no quiero detenerme en este punto, qua me
:servador; lirmiron li enmienda, no so los Dipu- llevaria muy lejos, y voy i responder al seor gene-
tados que hoy la suscriben, sino cuiaro individuos ral Arminan.
de aquella minera conititucionl: el Sr. Len y Cas- Para esitar cavilosidades, dir S.S. que siempre
tillo, el ;Fr.ir general Daban, el Sr. Alfonso, y no que hablo de la representacin liberal cubana, me
recuerdo el otro, se hizo mediante una consulta es. refiero Ii que aqu sostiene los principios de nues-
pecial que realizron lo; digno; indi duos de la mi. tro partido. IEI Sr. I'rl.lnurei,: All se llaman
noria al Sr. Sigisia, end.j-o con ello; v recibien- autonomistas.) Para diferenciarse de SS. SS.,'que se
do la aprobacin del actual Sr. Prc;id:nte del Con- denominan de la unin constitutional, y que por.lo
sejo. Tiene, por tanto, un intecedenie perleclar enre visto, ni estn unidos ni quieren que 1-
correcto y constitucional li propo-;iein del seor cion otorgue Cuba iguales derec
Betancourt. iguales deberes de aquellos qpe sanci,











loo REVISTA DE LAS ANTILLAS


aquellos memorl:bles carenti di s ,No he dicho
ya que eios crrores ) exc::i5s eran C;on.ecuRlnciis
muy nalurdles dJ.: la condiciones en que anieis e te-
nia mi pobre pais' Podriu p.r ntura, pr.tender-
ae ni cp.r.ire', que en C'ub.i no 'u.:edie'c l.o que en
otros pueblo oprimi.Ja.,, a los que de repinte se
concede la Iiberid Jde imprent' Si hasta cs. dJi.as
soloe-cu.ha'ia arrenrazi, blj lemij; y tbaladrondJas
sino se le habia cn-iEiado otro lInual.:..)on que
derecho se le exigi ernionc~ y se Ic conline .ih.,-
ra porque no emple el mias culi., respciuoo y
digno?
Y sin embargo, \o podia epliicar al Sr. Arr-mian
que una de lj caiiias principal dc Csus e & icjo
que S. . s retire, nacio del inters de los con er-
vadores y de los reaccionrios,. que lo tenian y lo
ilenen muy grande en acabar con li lib-ertd dce im-
prenta. Asi s que en eo, cuarenta di.ia ellos hi-
cieron circular las h.:.ls mas incenJiarias, que se
presentajbn deipuis al general Du!ce para. cjns.
guir de el, como ..1 fln on:. iguicrin, iamrdazar le
nuevo e;.a vz del pueblo que denuncialta sus irre-
gularidJads ) sui monc.polio., y antl la cua! era im-
posible que la' ra3ia y la c. clav\Iud ;utE:.li e.
Esta es la v\erda era historia d..l epi,' dio de eses'
cuarentl dia, rI-tlin a la libertad de la prTensa, que
el general Armihan recuerda. No lo qu:rri recono-
cer S. S., tal \ez la ignora. pero en cambio lo sabe

ueva: P'Ido la p..labr.i.
resident iMarqu,-s de Sardoali. La


Si tn el Din i.., Jd l.: S i,.,tc, pudieran cs.niar
la' rriiradjas .bli uas y ignificat is que de l':d,,s
1.:-i diputi ad l ueren a p r....;re rn e'.,li ri!.. c.i,i,:i-
liJ.:.r *t u d.. V\ l a rue a. l n.- necesi ariamnio
mas que c .piarlas p ra d-m-.oirar 1 rmal etlec:,.
que produjo en la Cmara su actitud de toda'la
tarde, su empeo insensato de provocar todo
trance en Cuba un anues a'guerra., ;i, duda ne-
cesaria a muchus de l., icipa.:c. que represent.
Vill.nueva ha c,I. s:, por lrtuna; su mis-
ma intemperancia, su saa irracional, injustific-
da y temeraria drc;riando en contra de' todo lo
que c.'n v.iriee Cubia l ha depre'sigiado ms
de lo que nosotros pudinicms eperar y de lo que
l se figure.
Pueden, pues, nueiitr amigo 'de las Antillas
ions:'larie, porque bien vale una -Iy de imprenta
el benericio de que en el C,:inreso conozcan el,
liberal nio del Diputado .D. Miguel Villanueva, y
el cario entraable que ste tiene todo lo cu-
bano-y 1:.'i h.;i del p .al .

TODAVlA?

Lagueirra que en las oficinas del Gobierno civil
dela Habana seba venido haciendo alAyuntamien-
to de Gines, y en particular su digno presidtnie,
no ha terminado an nesar del n,-,imr..rr.inrno ..l


alj.ildele. mi- digno tambien, aprob e.
mado.
P' ro luego, e-e mis"mo iiii- dignopresi
mo director ivni- Jdcnc, ian-bien de los tral
torai .. de lo. i.onservadores, preicndi~. t',
el padron. porque asi convenia a sus nuesos
Esto ser poco lg ico. poco consecuenie,
poco en idiable, pero :s; muy... bareriano.
**
1'na adveriencia para eirminar.
El dicho miurL JinrP teniente alcalde Bay
ra muy capaz de suletar el paraguas de cuali
pers,.nlje, imitacion de su amigo Vrgez, siei
que de ello le ric lihara al1,uni ventalj.
Y eso nada iendria de p[arric'lar.
.iSe sujetan otras cosas...!
Evangelio electoral.
Y Iocron la Habana Juan y Mariao.
Y mandaron biJ .cr Benito. (Ustedes nos harn
el favor de convencerse le que ese Benito no es Be-
nito Herrera. Es otro Benio )
Y todos, reunidos y a'oiados de Vrgez, exami-
naro:n loc expeilintes electorales de G,nes. .ilicie-
ron las insiancias de alzada.
Y acordaron no adminr ninguna inclusion liberal
.y excluir lodos los que quisieran Benito, Mariano y
Compaia.
Y los Sres. Ordufia y Tpnarely, que con V'rPe
componen la mayora en la Coiyiiin provir
abundaron en los deseos de e, r --"ro.


100


REVISTA- DE LAS ANTILLIAS




University of Florida Home Page
© 2004 - 2010 University of Florida George A. Smathers Libraries.
All rights reserved.

Acceptable Use, Copyright, and Disclaimer Statement
Last updated October 10, 2010 - Version 2.9.7 - mvs