• TABLE OF CONTENTS
HIDE
 Front Cover
 La mujer en el trabajo
 Discriminacion en el trabajo
 Concluciones














Title: Mujer y el trabajo
CITATION THUMBNAILS PAGE IMAGE ZOOMABLE
Full Citation
STANDARD VIEW MARC VIEW
Permanent Link: http://ufdc.ufl.edu/UF00086936/00001
 Material Information
Title: Mujer y el trabajo
Physical Description: Book
 Record Information
Bibliographic ID: UF00086936
Volume ID: VID00001
Source Institution: University of Florida
Rights Management: All rights reserved by the source institution and holding location.

Table of Contents
    Front Cover
        Front Cover 1
        Front Cover 2
    La mujer en el trabajo
        Page 1
        Page 2
        Page 3
        Page 4
        Page 5
        Page 6
    Discriminacion en el trabajo
        Page 7
        Page 8
        Page 9
    Concluciones
        Page 10
        Page 11
        Page 12
        Page 13
        Page 14
Full Text









LA MUJER EN EL TRABAJO


La situaci6n de la mujer depend en gran media del grado de desarrollo
econ6mico de la sociedad en la cual vive. En terminos generals se pue-
de sostener que la industrializaci6n crea una division del trabajo que-
no tiene como piedra angular diferentes labores para los dos sexos (aun
que la sociedad actual ciertamente explota el trabajo no remunerado de-
las mujeres en la casa y regular el mercado de mano de obra con la reser
va que ellas representan.) La banda de producci6n.funciona igualmente -
bien con trabajadoras como con trahajadores. Este hecho se comprob6 --
plenamente durante las dos guerras cuando las mujeres se encargaban de-
la producci6n mientras sus hombres libraban la lucha de otros en los --
frentes de batalla.


La industrializaci6n y"la tecnologia avanzada constituyen la precondi--
ci6n econ6mica bAsica para la liberaci6n. En el movimiento mexicano de-
la mujer es important revisar y analizar el trabajo de las mujeres de-
las diferentes classes, porque no podemos aplicar ciertos postulados del
Movimiento Internacional que han surgido exactamente en los paises don-
de esta precondici6n estA present de una manera general.


La coexisteAcia del sector industrial y agricola en M4xico da origen --
a dos tipos de relaciones de trabajo que son fundamentalmente distintas.


LA CAMPESINA Y EL TRABAJO


La agriculture con caracteristicas determinantes de autoconsumo adn re-
presenta una parte important en cuanto emplea 75% de la fuerza de tra-
bajo en este sector. Su unidad de producci6n es la familiar en donde --
cada miembro cumple un papel necesario. Las labores de la mujer son de-
dos tipos: por un lado las relacionadas con la preparaci6n de alimentos,
la fabricaci6n del vestido, el cuidado de los niios y la elaboraci6n de
ciertas artesanfas, y por el otro la participaci6n en el trabajo del





- 2-


campo en las etapas que requieren mano de obra intensive -cosecha y ---
siembra.


Las labores de la casa aparentemente no distinguen a la campesina de --
las dem&s mujeres pero vi6ndolo mAs a fondo tienen una importancia ---
sobresaliente en la economia campesina. Primero porque los alimentos y-
el vestido son artfculos de consume de primera necesidad casi el nico-
consumo que los escasos recursos del campesino permiten. Segundo porque
no hay instituciones extra familiares que puedan prestar estos servie--
cios -comedores, lavanderfas, etc. En otras palabras, si los hombres --
producen las materials primas, el process de elaboraci6n de 6stas, esti-
en manos de las mujeres.


En cuanto a la labor del campo las mujeres funcionan como la "reserva"-
de mano de obra en la familiar que se emplea temporalmente cuando el ---
ciclo agricola lo demand.


Es evidence pues, que el trabajo de la mujer es fundamental e indis----
pensable en el nucleo productive que represent la familiar campesina. -
Ahora bien, &Por qu6 entonces sigue estando oprimida la campesina si -
el papel econ6mico real que desempena es tan productive y necesario ---
como el del hombre?. La organizaci6n del trabajo relega a la mujer a un
segundo nivel debido a que el jefe del grupo productive es el hombre a-
quien los demAs miembros tienen que subordinarse. Al jefe de familiar se
le adscribe todas las funciones de decision, organizaci6n y control ---
dentro de ella y ademAs la represent ante la comunidad. Esta situaci6n
se rompe temporalmente con la ausencia del hombre, asumiendo la mujer -
sus funciones tanto econ6micas como sociales.


El papel econ6mico de la mujer campesina es central pero la organiza---
ci6n del trabajo no le permit romper las estructuras de opresi6n que -
se fincan en la familiar -unidad de control y producci6n. La campesina -
no est& marginada sino atada.







-3-


LA MUJER OBRERA-Y EL TRABAJO


Como hemos visto las campesinas, sin excepci6n, cumplen un papel produce
tivo que correspond al de los hombres de su clase, y por eso se recono
ce como tal. En el caso de las mujeres obreras la trama se complica. --
Las amas de casa desempeian una funci6n econ6mica en parte distinta a -
la de las trabajadoras asalariadas. Es caracteristico para la clase --
trabajadora que las relaciones de trabajo se den fuera de la familiar y-
en t'rminos de dinero -el salario. A esta relaci6n corresponde una per-
cepci6n diferente del trabajo, enajenada, como algo que,produce dinero-
y ho cosas. De ahi surge la devalorizaci6n del trabajo -e la casa: ---
hacer comida, lavar, planchar, no produce dinero y por lo tanto no es.-
"trabajo". Tampoco puede asumir el trabajo del marido asalariado en su-
ausencia y la relaci6n de dependencia es total. Las amas de casa obre--
ras est6n marginadas tanto economic como socialmente.


Queda tambidn la posibilidad de que la mujer se incorpore al trabajo --
asalariado pero la misma estructura econ6mica del pais hace dificil --
esta soluci6n porque hay un desequilibrio marcado entire trabajadores y-
ferites de trabajo. Una manera de esconder parte del problema del desem-
pleo es la consigna ideol6gica -"la mujer en la casa".No obstante, el -
trabajar es tan apremiante para muchas mujeres que toman lo que pueden:
trabajo a domicilio, trabajo como sirvientas, trabajo industrial con sa
larios raquiticos. A pesar de la miseria del trabajo asalariado que ---
desempeiian las obreras, hacerlo represent un cambio de calidad. Esta--
blece la posibilidad de la independencia econ6mica del hombre, ayuda a-
la toma de conciencia de la explotaci6n, la integra a un grupo mAs am--
plio fuera de la familiar y constitute un paso necesario hacia la liberal
ci6n, aunque no reoresenta la liberaci6n misma, como veremos mas adelan
te.






- 4 -


En sumat
Las mujeres mexicanas participan fundamentalmente de tres maneras en --
la economia national: en la agriculture de autoconsumo con trabajo no -
remunerado, en los sectors mAs modernos como asalariadas y final-mente
como amas de casa sueldo. Paradogicamente su participaci6n es central -
en la producci6n marginal agriculturea de autoconsumio) y marginal en la
producci6n central industriala y ciertos servicios). Este fen6meno se --
explica por el mismo process de desarrollo desigual del pals. La posi--
ci6n de la mujer expresa siempre de manera agudizada la situaci6n gene-
ral de la sociedad.








EL TRABAJO DOUBLE


Cada vez se hace mAs com-un el hablar de la opresi6n y double opresi6n --
que sufre la mujer en el trabajo; si nos detenemos en esta palabras y -
hechamos un vistazo al trabajo 6 trabajos que realize la mujer y los --
analizamos tal vez encontremos la causa de estas expresiones.


&CUALES SON ESTOS TRABAJOS QUE REALIZE LA MUJER Y DE QUE TIPO SON?.


Las primeras labores a las que se enfrenta la mujer son una series de --
funciones que tiene que desarrollar dentro del hogar y de la familiar, -
que tradicionalmente se han llamado "actividades femeninas", y oue con-
sisten en la educaci6n y cuidado de los niios, el cuidado y el aseo del
hogar y el cuidado y bienestar del marido.


Si por necesidades econ6micas, que son generalmente las que lo provocan
la mujer tiene que trabajar fuera de la casa su camuo de desenvolvimien
to se v6 limitado por una series de trabajos asalariados dentro de la-





-5-


industrial textil, alimenticia, de servicios como sirvientas, secreta---
rias, maestras, enfermeras, etc.


&COMO SURE LA MUJER ESA EXPLOTACION EN LA CASA?


La explotaci6n que sufre la mujer dentro de la casa se basa precisamen-
te en esa series de actividades consideradas como "femeninas" y que son-
cuidar a los hijos, darles una educaci6n, tender al marido, barrer, --
cocinar, lavar, cocer, etc., y que requieren de ella un trabajo arduo,-
agotador y de tiempo complete (80 a 100 horas por semana), sin que re--
ciba por ello la minima remuneracidn ni much menos un reconocimiento -
como tal. (el marido le dice a la esposa ", y td de que te quejas, si -
no haces nada?").


En la sociedad actual, el status de una persona y su pertenencia a una
u otra clase estA determinada por la posici6n que guard respect a la-
producci6n de valores, mercancias o articulos destinados al intercambio,
que bien puede ser como propietario de los medios de producci6n, o como
simple asalariado que trabaja una jornada y por la cual recibe un suel-
do que en el mejor de los casos le servir& para adquirir los bienes ne-
cesarios para su propia sobrevivenuia y la de su familiar.


Vemos pues, en este esquema general como el trabajo que la mujer reali-
za dentro del hogar no produce ningdn tipo de articulos destinados al -
intercambio, ya que el tipo de valores que ella produce son consumidos-
dentro y por la misma familiar para que 6sta siga existiendo, por lo tan
to economicamente su trabajo no crea ningdn valor considerandose no pro
ductivo.


Sin embargo este trabajo "sin valor" que ella realize, hace possible que
su marido, el trabajador asalariado reconstituya y reproduzca su fuerza
de trabajo, o sea con todas esas labores dom6sticas la mujer esta sen--




- 6 -


tando las bases para que el trabajo socialmente productive se mantenga-
y el desarrollo social continue, pero al no recibir dinero por l4 su es
tatus es inferior y secundario. Asi vemos pues que el patron explota el
trabajo de dos, el del obrero y el de su mujer por el sueldo de uno.


&COMO SE LE EXPLOTA A LA MUJER EN EL TRABAJO ASALARIADO?


Como asalariada la mujer sigue manteniendo ese status inferior ya que-
los trabajos que realize fuera de la casa, en general no son sino sim--
ples prolongaciones de los trabajos domesticos de servicio a otros,pues
se supone que solo para eso esta capacitada y asf la fuerza de traba
jo femenina se concentra en el area textil, ya que en el hogar se dedi-
ca a cocer; en el area alimenticia, pues en la casa cocina much; en las
hospitals, pues ella cuida a los hijos y al marido cuando estos se en-
ferman; como maestras, pues la crianza y educaci6n de los ninos son su-
papel fundamental en la familiar. Podemos enumerar una gran list de to-
dos los trabajos fuera de la casa en donde a la mujer se la margin a -
desarrollar a escala social las funciones que desarrolla en forma indi-
vidual dentro de la familiar y el hogar.


Catalogado de esta forma el trabajo asalariado de la mujer es de espe-
rarse que los sueldos que perciba serAn los mAs bajos en la escala gene
ral en comparaci6n al de los hombres, por debajo muchas veces del sala-
rio minimo, sin que por otro lado se le ofrezca ninguna garantia por --
ejemnlo en "pocas de embarazo.


La mayoria de las mujeres asalariadas y ya vimos bajo que terminos, --
llega a su hogar "dulce hogar" a enfrentarse a la segunda jornada de --
trabajo a sea los quehaceres dom4sticos tan o mas agotadores que la pri
mera jornada,en donde su situaci6n no varia pues en este caso no se --
enfrentard a un patron que la explota sino a los hijos y al marido que-
le exigiran el cumplimiento de sus "funciones femeninas", sin que por -
ello se le pague no digamos ya que se la reconozca o ayude.




-7-


DISCRIMINATION EN EL TRABAJO.


"La division del trabajoque se produce entire hombres y mujeres en el
seno de la clase trabajadora no es otra cosa que el reflejo fiel de
la division secret del trabajo que liber6 al hombre para la activi-
dad pdblica mientras reclufa a la mayoria del sexo femenino dentro
de los limites asfixiantes de la reposici6n de la fuerza de trabajo."


No es por casualidad que las mujeres son llevadas a incorporarse a
la industrial textil y sus derivados, a la industrial alimenticia y
farmaceutica, y a los servicios como maestras, enfermeras, secret -
rias, telefonistas, empleadas dom6sticas, etc. Estas actividades no
son mas que lasproyecci6n en la esfera pdblica de las tareas que cum
:ple en el seno de la familiar.

Por otro lado sus cAracteristicas sexuales; embarazo, part, lactan-
cia prolongada, interrumpen con frecuencia su labor y determinan trash
tornos en la combinaci6n y organizaci6n de las fuerzas productivas
creando los elementos de discriminaci6n que el patron utilizara con-
tra ella.
Se dice que la mujer es un ser debil, de todo esto los empresarios
concluyen que la mujer s61o puede realizar tareas auxiliares logrando
con esto dos fines: justificar el pago de salaries mas bajos que los
del hombre y asignar a la mujer tareas calificadas de "livianas", o -
bligandola de esta manera a continuar con la segunda jornada de tra -
bajo en el hogar.
Veamos algunos ejemplos de los "livianos" trabajos femeninos en algu-
nas ramas de la econ6mia.

SERVICIOS:
En los servicios de ensefianza primaria y jardines de niios, las muje-
res se desempeffan como maestras y educadoras debido a que hemos desa-
rrollado hasta grades patol6gicos la paciencia, cualidad requerida pa
ra tratar con menores sobre todo en afos de escolaridad donde el inge
greso a la educaci6n es muy alto.
A media que avanza la educaci6n del nifto y decrece su ndmero por la
descerci6n, la educacidn empieza a ser responsabilidad de los hombres.
Es decir, cuando ya los niffos no lo son tanto y han alcanzado un cier
to grado de maduraci6n y discipline.

En los servicios de alojamiento temporal, preparaci6n y venta de ali-
mentos; hotels, restaurants, etc., el hecho de que las mujeres par-
ticipen en el 50% de este rengl6n, no quiere decir que lo hagan en -.




8 -
terminos de igualdad.
Las labores menos creativas, es decir, mas enajenantes las llevan a
cabo mujeres principalmente. Asi encontramos que son camareras, ayu -
dantes en la cocina, lavanderas, meseras en los lugares de menos cate
goria, etc.
La descripci6n del trabajo de una camarera nos dard luz sobre lo ex-
puesto: en los enormes hotels de lujo, van de cuarto en cuarto hacien
do camas, limpiando espejos, sacudiendo, arreglando detalles, en habi
taciones siempre iguales, despersonalizadas; ademas aisladas de sus
companeraa, desarrollando el mismo process durante anos a contrareloj,
x cuartos en x tiempo.
Los hombres mientras tanto cargan maletas, pero en carretillas y ele-
vadores. Ademas como son ellos los que establecen relaciones con el
pdblico reciben gratificacidn.
El trabajo de la mujer aquf tambi6n result secundario, es trabajo
subterraneo que por su character no recibe ni reconocimiento ni grati-
ficacidn.

El trabajo dom6stico, actividad donde 488.344 mujeres se encuentran h
cupadas reviste caracteres de servidumbre y explotaci6n supuestamente
rebasados hace cientos de afos en la mayorfa de los paises.
La empleada domdstica no tiene libertad. El exiguo salario que deven-
ga no le proporciona ni independencia ni seguridad.
Se le consider por ser en su mayoria gente del campo; perssonas sim
ples, sin emociones, que nunca se enferman, que nunca se cansan, que
no hecesitan diversiones, que no tienen future. Que nacieron para eso.
El mundo de las aoteas, de los cuartos de servicio, represent el sub
mundo de nuestra sociedad.
El poco o ningdn cuidado que los arquitectos se toman al construir los
cuartos de servicio en que se supone la trabajadora reduperard las e-
nergfas perdidas durante la jornada de trabajo, cuartos de 2x3 mts2
sin ninguna ventilaci6n en ocaciones, la carencia total de leyes efece
tivas que impidan su desenfrenada explotaci6n, el hecho que se coar -
ten sus libertades mas mfnimas, la libertad deambulatoria, sin que es
to se vea o se sienta mal por nuestra sociedad, refleja el concept t
tan deshumanizado que tiene la socied.d por el trabajo de las mujeres.

En las instituciones de cr6dito, seguros y finanzas una tercera parte
del personal son mujeres.
Estas mujeres son cuidadosamente selecionadas por el departamento de
personal que investiga con toda clase de tecnicas psicol6gicas y has-
ta mediante aparatos detectores, la ideologia de las personas. Aun







-9-


mis, investigadores profesionales visitana las solicitantes con el
fin de comprobar su status, ya que como mas adelante probaremos es
lo que mAs interest a los empresarios.
Regularmente se exije como requisite de ingreso una carrera commercial
corta y ser soltera. La preparaci6n professional tambidn sale sobrando,
en realidad solo serviran como cajeras o taqufgrafas.
Como explicarnos toda esta complejidad?
Tomando en cuenta que el condicio4amiento social de estas mujeres es
may fuerte debido a su status, que los studios realizados sdlo son
un pasatiempo para llenar la adolescencia y despuds casarse, toman el
trabajo como una diversion, como una forma de pasar el tiempo sin pen
ear en terminos de permanencia.
Todos estos factors son ampliamente utilizadors por los patrons pa-
ra lograr de ellas no solo trabajo efectivo, sino buena presentaci6n,
ambiente agradable para capitalizar clientele y sobre todo arguments
para rechazar las pretenciones en cuanto a sueldos y prestaciones.
Tambidn esto determine el que casf nunca ocupen puestos de response -
bilidad y que sean facilmente manipuladas con. cuestiones morales pa
ra evitarse el pago relative a sus prestaciones.
Concretamente una mujer que trabaja como cajera o receocionista en una
instituci6n de este tipo y result embarazada, moralmente es presiona
da tanto por los directives como por sus mismas compaferas para que
abandon el trabajo.
Low resorts que se mueven en este asunto son de cAracter religioso y
moral, alegando los patrons que instituciones tan series como las ban
arias no pueden tener a la vista del pdblico a personas que han vi6-
lado las reglas del juego.
Todas estas intimidaciones funcionan debido a que mujeres que tienen
como unica meta el matrimonio se encuentran fuertemente condicionadas
por la sociedad.

En la Asistencia mddico-social el ndmero de mujeres que prestan sus
servicios ha sido tradicionalmente mayoritaria.
En esta rama de los servicios han encontrado una forma de proyectar
su necesidad de rservir a los demds como consecuencia de la abnegaci6n.
De cualquier forma, los puestos principles se encuentran en manos hem
bres.




- 10 -


EN LA INDUSTRIAL:

"Los ideales de belleza de la clase dominate que han sido difundidos
a trav6s de los medios masivos de comunicaci6n, le han creado a la
mujer temor al sano desarrollo de su fuerza fisica."
Esto trae como consecuencia que las mujeres sean utilizadas dentro
de la industrial s6lo en la llamada "auxiliar", es decir, la que com
plementa la gran industrial pesada. Esta discriminaci6n en el trabajo
es manejada por los grandes empresarios como una proteccidn a la mu
jer, consolidando dentro de la conciencia del proletariado y la soc.
en general los viejos prejuicios sobre los sexos.
La indu3tria de la confecci6n es al parecer la mas representative.
Ademds% de la explotacidn a que son sometidas estas mujeres dentro de
las fabrics, sus explotadores han encontrado nuevas formas que les
permiten adquirir mas ganancias. Las maquiladoras, o sea mujeres que v
reciben en su hogar tela previamente cortada, para s6lo coserla han
aumentado en los ultimos afos enr forma alarmante. De esta manera los
duefos de las fabrics se evitan el pago de salaries mfnimos, seguro
social etc.
La industrial textil, electr6nica, y un sindmero de artesanias se. en-
cuentran en manos de mujeres las que reciben los mas bajos salaries
de la industrial en general.





CONCLUCIONES.


Como hemos visto hay tres problems relacionados con el papel econ6mi
co de la mujer en Mexico y su explotaci6n: la organizaci6n familiar
del trabajo campesino, la relegaoi6n arbitraria a los trabajos dom6s-
ticos y la sobrexplotaci6n en el trabajo asalariado.
Estos tres problems tienen su rafz en la organizaci6n social actual
y la ideologia dominant. Para solucionarlos se necesitan por lo tan-
to carbios radicales no nada mas al nivel econ6mico sino tambidn en
los valores y mitos que hace de la mujer un ser de segunda clase.

La soluci6n a la opresi6n de la campesina en el trabajo familiar es
la colectivizaci6n de tierra que amplia el ndcleo productive a un gru
po mas extenso dentro del cual todos los miembros, mujeres y hombres,
puedan actuar en igualdad. Desplazando la responsabilidad productive
de la familiar a un grupo mas grande de hecho se debilita aquella y





- 11 -


abre la posibilidad de que las labores que ahora se hacen individual
mente en cada familiar sean tambidn asumidas por la colectividad.
Pensamos que se puede encaminar la lucha desde ahora pugnando por la
creaci6n de unidades.en las cuales las campesinas puedan desempefar
sus labores colectivamente -guarderias, talleres db artesanias, horta
lizas comunales, comedores pdblicos, etc.

El double trabajo que agobia a las mujeres no tiene mas soluci6n que
disminuir el trabajo de la casa a lo minimo y dividir lo que quede
equitativamente entire los miembros del grupo familiar. El trabajo de
mdstico, en efecto, se caracteriza por su complete irracionalidad. En
cada casa se cocina, se cuidan nifios, se lava y se plancha. Teorica -
mente ni siquiera se necesita imaginaci6n para vislumbrar la abolici6n
de semejante perdida de tiempo y esfuerzo, pero en la practice la cream
ci6n de comedores pdblicos, guarderias, lavanderias baratas y buenas,
se enfrentas con una feroz resi3tencia por parte de los nue deben pa-
garlos, los patrons y el Estado, se desentienden de la responsabLli-
dad porque implica que tendrian que pdgar por servicios que ahora re-
ciben sin que les cueste un centavo, y por el otro los hombres se a -
temorizan frente a la perspective de perder el supuesto privilegio de
ser servidos. En families dizque se resuelve el problema pasando el
trabajo mas duro a sirvientas.
El establecer relaciones de explotaci6n con otras mujeres unicamente
pospone la solucidn, tanto del trabajo double como de la liberaci6n de
la mujer en general. Tenemos una necesidad urgente deguarderias
-Tenemos una necesidad urgente de guarderias-. No hay mas que 402
para doce millones de nifos menores de 6 aFos en toda la repdblica.
iii Por ahl debemos empezar! i

Las trabajadoras estan sujetas a una sobrexplotacidn que va desde ba-
jos salaries hasta la utilizaci6n sexual. A pesar de que el trabajo
asalariado represent unprimer paso a la independencia eco#6mica su
oaracter enajenado en la sociedad capitalist le quita sus potencia -
lidades creativas. Mientras el trabajo siga dandose en terminos de ex
plotaci6n, cuando los capitalistas se apropian de -os frutos del traba
jo de los obreros pagandoles un sueldo que no corresponde a lo aue
produce, no se puede hablar de liberaci6n. La finalidad de nuestra lu
cha es terminar con la dominaci6n en todas sus formas: la de un hom -
bre sobre otro, la del hombre sobre la mu.ier.







12 -


Pero antes de llegar a este punto'hay muchas luchas que ganar. Las
trabajadbras tienen que organizarse para defender sus legitimos in-
tereses en sindicatos independientes controlados y dirigidos por
ellas mismas.
Unidas descubriran su fuerza como las trabajadoras de Rivetex,
Hilos Cadena, y Ayotla Textil quienes rompieron la inactividad y pa-
saron a la vanguardia de la lucha sindical.


Grupo de trabajo:
LA MUJER EN EL TRABAJO.







Poblaci6n Total= 48.377,363


Actividades de la poblact6n de 12 amos y mas CUADRO 1

Actividad mu4 erea honmres muieres hom)res

Poblaci6n de
mas de 12 nos 100.0 100.0 15.117,695 14.670,613

Poblaci6n econo-
micamente active 17.5 70.1 2.660,706 10.808,966

Desempleo 7.4 2.7 198,903 287,079

Quehaceres
domdaticos 69.6 2.8 10.536,353 418,264

Estudiantes 10.1 13.8 ,1.532,955 2.026,321



Hama de aotividad de la poblaci6n economicamente active CUADRO 2


Rama mujeres hombres mujeres hombres
% %

Agriculture 10.8 46.2 268,552 4.863,116

Industria 19.6 23.6 485,181 2.490,468
Petroleo 7,950 77,158
Extractiva 5,605 86,607
Transformaci6n 449,109 1.724,332
Construcci6n 17,801 553,684
Electricidad 4,716 48,637

Servicios 59.8 25.2 1.479,477 2.654,928
Transport 17,433 351,663
Servicios 1.058,654 1.101,311
Gobierno 68,938 338,239
Comercio 334,452 863,715
Mal 6specificado 9.6 4.8 239.295 510.375
Total 100.0 100.0 2,472,505 10.521,887



Puente : IX Censo General de Poblaci6n, 1970


Analfabetismo ( de la poblaci6n de 10 anos oa as )

Mujeres 4.425,460 o 26.9 %
Hombres 3.296,466 o 20.5 %
3 .77


Cuadro 3


Mujeres-24.237,048=50 %


Hombres-24.140,315








-POSICION EN EL TRABAJO CUADRO 4

POSICION No. mujeres Porcentaje No. hombres Porcentaje Total mujeres
en porcentaje

Patr6n, empre-
sario. 167 6.7 631 5.9 20.9
------------ -m------------ m----------------------------------------- m----------------
Obrero, emplea
do. 1,502 60.7 3,900 37.0 27.7
-------------m--------------------------------------------------,-----------------------
Jornalero o --
pedn de campo. 144 5.8 2,523 23.9 5.3
---------------------------------------mm --------------------- ---------m- ------------
Trabaja por su
cuenta. 451 18.2 2,008 19.6 18.3
------------------------ m------------- --------------------- m--------------------------
Ejidatario 32 1.2 788 7.4 3.8
----------------- m-----------------------------------------------------------------------
Ayuda a la fa-
milia s/sueldo 177 7.1 672 6.3 20.8


TOTAL 2,473 100.0 10,522 100.0 19.L



TIPO DE TRABAJO CUADRO 5
TIPO No. mujeres Porcentaje No.. hombres Porcentaje Total mujeres
en porcentaje

Professional o
tecnico. 248 10.0 486 33.7
------------- m------------------------------------ m------------------------------ m--------
Funcionario sup.
personal directive 52 2.1 268 16.2
-------------------------------------------------------------------------m--------------
Personal adminis-
trativo. 398 16.0 580 40.6
---------------------------------------------------------------------------------- m--------
Comerciante 6
vendedor 270 10.9 699 27.8
-------------- m---------------------- m------ m--------------------------- m-------------------
Servicios diver-
sos. 685 27.7 877 43.8
----------------------------------------- m------------- m----------------------------------
Trabajador en --
agricultura. 229 9.2 4,750 4.5
---------------------------------------------- --------------------------------------------
Trabajador en la
bores no agrfco-
las. 354 14.3 2.419 14.2


FUENTE: IX Censo General de Poblaci6n, 1970

* en 1,000




University of Florida Home Page
© 2004 - 2010 University of Florida George A. Smathers Libraries.
All rights reserved.

Acceptable Use, Copyright, and Disclaimer Statement
Last updated October 10, 2010 - - mvs