Group Title: Revista teosofica
Title: Revista teosófica
ALL VOLUMES CITATION PAGE IMAGE ZOOMABLE
Full Citation
STANDARD VIEW MARC VIEW
Permanent Link: http://ufdc.ufl.edu/UF00073921/00041
 Material Information
Title: Revista teosófica
Physical Description: Serial
Language: Spanish
Creator: Theosophical Society (Madras, India) -- Seccíon Cubana ( publisher )
Publisher: Sección Cubana de la Sociedad Teosofíca
Place of Publication: Habana etc.
Frequency: bimonthly (irregular)[june, 1936-apr. 1938, sept./oct. 1942-1954]
monthly (irregular)[ former feb. 1917-may, 1936, july, 1938-aug. 1942.]
bimonthly
completely irregular
 Subjects
Subject: Theosophy -- Periodicals   ( lcsh )
Imprint -- Cuba -- Havana -- 1923-1939
Genre: periodical   ( marcgt )
Spatial Coverage: Cuba -- Havana
 Notes
Dates or Sequential Designation: Began in 1917?; ceased publication with July 1956.
Numbering Peculiarities: Publication suspended, June, 1933-Feb. 1934.
Issuing Body: Organo oficial de la Seccíon Cubana de la Sociedad Teosofíca, <1923-1939>
General Note: Description based on: Año 7, no. 1 (15 de enero de 1923) = 2a epoca.
 Record Information
Bibliographic ID: UF00073921
Volume ID: VID00041
Source Institution: University of Florida
Holding Location: University of Florida
Rights Management: All rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier: aleph - 002944312
oclc - 50336367
notis - APH5965

Full Text






Revista Teosfica Cubana
PUBLICATION MENSUAL FUNDADA EN 1906
OREGANO OFFICIAL DE LA SOCIEDAD TEOSOFICA DE CUBA
Director: Administrador:
RAFAEL DE ALBEAR. Dr. CRISTOBAL C. SAAVEDRA
Direccin y Admn.: 27 de Noviembre (Jovellar) No. 10.-Apartado 365
Acogida a la franquicia y registrada como correspondencia de segunda clase
en la Oficina de Correos de la Habana.
Precio de suscripcin: $ 2.00 al ao. Nmero suelto: $ 0.20

AO XV. Nos. 9 y 10. SEPBRE.-OCTUBRE DE 1931 2" EPOCA






UMRI ui_ XQ------i


Pgs.

Acta de la XXVII Convencin Anual de la Sociedad
Teosfica de Cuba .............................. 194
Memoria annual presentada por el Presidente Nacional
ante la XXVII Convencin Anual celebrada en
Sancti-Spritus el 11 de octubre de 1931.......... f
Estado de Logias y miembros .................. ..... -t
Balance general en septiembre 30 de 1931............. 20'
N oticias ...................... ... .. ............... 208
Sobre la palabra Teosofa, por el Dr. M. Roso de Luna. 210
Ella era tan diferente ", por J. D. Beresford ........ 211
El progress spiritual, por H. P. Blavatsky............. 213
jOh, Adyar, se siempre con nosotros! por la Dra. Anna
Kamensky ..................................... 219
Teosofa y Libertad, por Raquel Catal .............. 220
El Da del Juicio y la raza venidera, por G. E. Sutcliffe. 229















ACTA DE LA XXVII CONVENTION ANNUAL
DE LA SOCIEDAD TEOSOFICA DE CUBA

En la ciudad de Sancti Spritus, a los once das del mes
de octubre de mil novecientos treinta y uno, y siendo la. una
pasado meridiano, se reunen en el local de la Logia Teosfica
Leadbeater los Delegados y Consejeros que al margen se expre-
san, al objeto de celebrar la Vigsimasptima Convencin Anual
de la Sociedad Teosfica de Cuba que determine el Reglamento
de dicha Sociedad. El Consejero doctor Saavedra, en nombre y
representacin del Presidente de la S. T. de Cuba, hl doctor
Jos R. Villaverde, segn autorizacin escrita que present,
declar abierto el acto.
Seguidamente, y de acuerdo con lo dispuesto en el artcu-
lo 17 del Reglamento de la Sociedad, se procedi a la eleccin
de la Comisin escrutadora, recayendo dicha eleccin en los
lhortuaios preisentes seor Rlafael de Albear y doctor Antoln
iGari':.~, ambos presidents de las Logias Heracles y Amor, res-
pectivamente, continundose el pase de lista y presentacin y
revision y aceptacin de los nombramientos de Delegados, que
di el siguiente resultado, a saber:
LOLGAS REPRESENTADAS Y VOTOS QUE LES CORRESPONDE A CADA
uNA.-Amor, de Santa Clara, 2 votos. A. Besant, de la Habana,
2 votos. Esperanza, de Victoria de las Tunas, 1 voto. Heracles,
de la Habana, 3 votos. Kut-Humi, de la Habana, 2 votos. Lead-
beater, de Sancti-Spritus, 2 votos. Loto Blanco, de Santiago
de Cuba, 2 votos. Luz de Asia, de Palma Soriano, 1 voto. Orfeo,
1 voto. Maitreya, 1 voto. Rayos de Luz, 1 voto. Sophia, 1 voto.
Unidad, 1 voto. En total, 20 votos. No concurrieron las repre-
sentaciones de las Logias Dharma y Jinarajadasa. Tambin
qued sin representacin en esta Convencin la Logia Blavats-
ky, porque aunque los Delegados propietario y suplente, Lorgio
Vargas y Moiss A. Daz, respectivamente designados por esa







1931 REVISTA TEOSFICA CUBANA PG. 195

logia, no pudieron ostentar dicha representacin, como hubiera
sido el deseo de ambos, por tener ya dos delegaciones cada uno
con anterioridad y no poder ostentar ms.
Respondieron al pase de lista los siguientes Delegados:
Fernando Grosso, por la logia Amor, con 2 votos acumulados;
Rafael de Albear, por la logia Heracles, con 3 votos acumula-
dos; Osvaldo Pochet, por la logia Kut Humi, con 2 votos acu-
mulados; Armantina Garca, por las logias A. Besan't y Lead-
beater, con 2 votos; Alejandro Gmez, por las logias A. Besant
y Leadbeater, 2 votos; Jorge Mont, por las logias Esperanza y
ScTphia, 2 votos; Lorgio Vargas, por las logias Loto Blanco y
Unidad, 2 votos; Moiss A. Daz, por las logias Loto Blanco y
Maitreya, 2 votos; Rafael Gaudioso Gmez, por la logia Luz de
Asia, 1 voto; Zoraida Vargas, por la logia Orfeo, 1 voto; Pedro
N. Marn, por la logia Rayos de Luz, 1 voto. Adems, respon-
dieron al pase de lista los Consejeros siguientes: doctor Saave-
dra, doctor Antoln Garca, doctor Antonio Domnguez, Igna-
cio Muio y doctor Juan B. Sed, haciendo un total de 25 votos,
con lo que qued constituida la Vigsima sptima Convencin
Anual de la Sociedad Teosfica de Cuba.
Seguidamente, y continuando el orden riguroso de la Orden
del Da que determine el mencionado artculo 17 del Reglamen-
to de la Sociedad, se procedi a la eleccin por papeletas del
president y secretario de la Convencin, recayendo lii-ha d teler-
cin en los hermanos doctor Antoln Garca y Moiss A. Daz,
president y secretario, respectivamente, de la logia Amor.
LECTURA DE LA MEMORIAL ANUAL.-El doctor Saavedra, en
nombre y representacin del hermano Jos R. Villaverde, pre-
sidente de la Sociedad Teosfica de Cuba, que no pudo asistir
al acto, di lecture a un luminoso Trabajo-Memoria Anual re-
mitida por el hermano Villaverde para conocimiento y aproba-
cin de la asamblea de la Convencin, en el que con lujo de
detalles da a conocer las actividades y esfuerzos realizados du-
rante el ao social que terminal, en el que, si no ha habido un
notable progress en las actividades teosficas dentro de la So-
ciedad, por lo menos se han realizado algunas mejoras y ade-
lantos, y ello ha obedecido, como es lgico suponer, a la depre-
si6n moral y material que invade todos los sectors de las
actividades humans, que tambin se hace sentir dentro de la
Sociedad Teosfica. Puesta a la consideracin de la asamblea








REVISTA TEOSFICA CUBANA SEPBRE.-OCTUBIE


la antes mencionada Memoria Anual, fu aprobada co n un voto
de felicitacin al hermano Villaverde.
Acto seguido el propio hermano Saavedra da lectura al
balance annual de la Sociedad, el que, sometido a la aprobacin
de la asamblea, fu aprobado. Puesto a la consideracin de la
asamblea de la Convencin el nombramiento de la Comisin de
Glosa que indica el Reglamento de la Sociedad, la asamblea
desiste de nombrarla por considerarla innecesaria.
Informes del Consejo Directivo sobre asuntos encomenda-
dos al mismo por la Convencin anterior: No hay.
Informes de las Comisiones nombradas por la Convencin
anterior: No hay.
Habiendo cesado en sus funciones, es decir, en las funcio-
nes de sus cargos de Consejeros, los hermanos doctor Dmaso
Pasalodos, doctor Jos L. Canto, doctor Antonio Domnguez y
doctor Juan B. Sed en el da de hoy, de acuerdo con el sorteo
verificado por el Consejo Directivo en su ltima sesin ordi-
naria del corriente ao, se procedi a la eleccin de los que
haban de sustituirlos desde el da de hoy, dndose diez minutes
de receso para ponerse de acuerdo los Delegados y confeccio-
nar las boletas. Verificada la votacin y el correspondiente es-
crutinio, ste di el siguiente resultado: Rafael de Albear, 22
votos; Federico J. Farias, 17 votos; Lorgio Vargas, 17 votos;
Moiss A. Daz, 22 votos; Osvaldo Pochet, 8 votos; Fernando
Grosso, 5 votos; Chic Ramos, 4 votos; Alejandro Gmez, 1 voto;
Saavedra, 2 votos; Ignacio Muio, 1 voto; Sarah Odio de Po-
chet, 1 voto. Siendo proclamados en el acto Consejeros electos
por mayora de votos los hermanos siguientes: por la Habana,
Rafael de Albear y Federico J. Farias; por provincial, Lorgio
Vargas y Moiss A. Daz. Se acord consignar en el acta el
sentimiento de la asamblea de la Convencin por la salida del
Consejo de los hermanos antes mencionados y expresarles nues-
tro sincero agradecimiento por sus valiosos servicios prestados
a la Sociedad desde el Consejo.

LECTURE DE PROPOSICIONES RECIBIDAS POR EL PRESIDENT DE LA SO-
CIEDAD ANTES DE LA FECHA DE LA CONVENCIN
La logia Annie Besant propone: "Que la prxima Conven-
cin annual, que se ha de celebrar el ao 1932, tenga lugar en la
ciudad de la Habana". Antes de someterla a la consideracin


PG. 196







93 REVISTA TEOSFICA CUBANA


de la asamblea, sta acuerda que se concedan dos turnos en pro
y dos en contra. Consumidos los turnos en pro y en contra, se
somete a la asamblea, siendo aprobada; debiendo celebrarse,
por tanto, en la ciudad de la Habana la prxima Convencin
Anual de la S. T. de Cuba (octubre de 1932). La segunda pro-
posicin de la logia Annie Besant fu retirada por sus repre-
sentantes.
Con motivo de la proposicin presentada en el acto de la
Convencin por el Delegado Moiss A. Daz, la asamblea, des-
pus de consumidos los turnos en pro y en contra, por mayora
de votos acuerda aceptar la proposicin para que sea discutida.
Puesta a discusin, abriendo amplio debate en relacin con la
misma, en su consecuencia, se acord:
Primero.-Revocar el acuerdo de la Convencin anterior,
celebrada en Cienfuegos el ao 1930, por el que se daba un voto
de confianza al president de la S. T. de Cuba para que, en
nombre de sta, solicitara de los poderes pblicos de la nacin
la abolicin de la pena de muerte;
Segundo.-Consignar y dirigir un voto de censura al Con-
sejo Directivo de la S. T. de Cuba, por el procedimiento em-
pleado en relacin con el antes mencionado acuerdo de la Con-
vencin de Cienfuegos, tratando de invalidarlo, y que esta
asamblea de la Convencin ve con sentimiento que el Consejo,
llevado de la mejor buena fe y buenos deseos, tomara una reso-
lucin que corresponda tomar nicamente a la Convencin, y
no aplazara esta resolucin para llegado el moment oportuno;
Tercerc.-Nombrar una Comisin que se encargue de re-
dactar el voto de censura al Consejo con las aclaraciones fra-
ternales pertinentes y el sentimiento de la asamblea por la re-
solucin adoptada;
Cuarto.-Que esta comisin sea integrada por los hermanos
Antoln Garca y Lorgio Vargas.
El hermano Delegado seor Alejandro Gmez present una
proposicin en el acto, y la asamblea acepta su discusin con
dos turnos en pro y dos en contra. Sometida dicha proposicin
a la consideracin de la Asamblea y consumidos todos los tur-
nos, fu retirada por el proponents.
La Convencin recomienda y vera con gusto que, a ser
possible, siempre que se celebre una Convencin annual se celebre
tambin un acto pblico de propaganda teosfica.


PKG. 197







REVISTA TEOSFICA CUBANA SEPBRE.-OCTUTBRE


La Convencin acuerda dar las gracias y felicitar, al herma-
no Alejandro Gmez por las atenciones tenidas con los concu-
rrentes a ella y el almuerzo con que fueron obsequiados.
Tambin se acuerda pasar un telegrama al president de la
S. T. de Cuba, hermano Jos R. Villaverde, dndole cuenta del
acto. Asimismo, dirigir atenta comunicacin a la doctor An-
nie Besant, president international de la Sociedad teosfica,
en igual sentido.
Se propone y se aprueba un rato de meditacin en memorial
de la hermana Teodosia Bentez, el hermano Octavio Guerrero
y un hermano de nuestro querido hermano Juan B. Sed, falle-
cidos ya, hacindola extensive a todos los miembros de la S. T.
fallecidos. Se hace la meditacin.
El hermano Alejandro Gmez, en su calidad de Delegado
y de Presidente de la logia Leadbeater, en la que se est cele-
brando esta Convencin, da lectura a un luminoso trabajo que
tena preparado para este acto, que fu muy elogiado, y solicit
dos minutes de meditacin, con el pensamiento puesto en el
sentido de que desaparezcan las condiciones anormales y dif-
cil situacin de nuestro pas y del mundo en general. Se hace
la meditacin.
Y para terminar, la asamblea acuerda aprobar en total los
acuerdos tomados y todo lo hecho por esta Convencin.
Antes de terminar, el hermano president de esta Conven-
cin, doctor Antoln Garca, con frases rebosantes de fraterni-
dad y buenas intenciones, exhorta a todos los presents, hacin-
dolo extensive por medio de todos, a los ausentes, poner a
contribucin sus buenos deseos y el inters de todos como te-
sofos, por llevar adelante la bandera de la S. Teosfica, vivien-
do la teosofa.
Queremos consignar que el hermano Saavedra, en su opor-
tunidad, di lectura a una carta del hermano Jos R. Villaverde,
president de la S. T. de Cuba, en la que present su excusa,
bien justificada, por no haber concurrido a la Convencin, lo
que le fu impossible, a pesar de haber hecho todo esfuerzo por
concurrir, por ser ese su deseo. En dicha carta da consejos y
nobles alientos a todos para seguir la lucha empeada por la
Causa de la Teosofa.
Tambin queremos consignar las gracias que di el herma-
no Albear a la asamblea por su eleccin de Consejero, que lo
consider como una notable deferencia.


PG. 198









Habiendo sido elegido president de la Convencin el her-
mano Antoln Garca, que con anterioridad haba sido elegido
miembro de la Comisin Escrutadora, renunci el de miembro
de la Comisin Escrutadora, aceptando la presidencia de la
Convencin, y siendo cubierta la vacant por el hermano Ig-
nacio Muio.
Y no habiendo ms asuntos que tratar, el president de la-
Convencin da por terminado el acto.

ANTOLN GAIRCA, MoIss A. DAz,
President. Secretario.


NOTA.-La logia active Conde de San Germn nombr su
delegado y suplente pero qued sin representacin porque nin-
guno de los dos pudo concurrir.
La logia Unidad tena derecho y nombr dos delegados,
pero 6lo concurri uno, y qued el otro vacant por no haber
nombrado suplente.


REVISTA TEOSFICA CUBANA


PG. 199
















MEMORIAL ANNUAL PRESENTADA POR EL
PRESIDENT NATIONAL ANTE LA XXVII
CONVENTION ANNUAL CELEBRADA EN
SANCTI-SPIRITUS EL 11 DE OCTUBRE
DE 1931

Queridos hermanos:
Por primer vez tengo el gusto de someter a la considera-
cin de los seores Delegados mi informed sobre los trabajos rea-
lizados, progress obtenidos y estado general de la Sociedad
Teosfica de Cuba, deseando queden satisfechos de esta expo-
sicin.
No se os oculta que el ao social transcurrido desde 1P de
octubre de 1930 a 30 de septiembre ltimo ha, sido de constants
luchas y perturbaciones en nuestro campo material de manifes-
tacin, lo que necesariamente ha obstaculizado grandemente los
esfuerzos de todos los hermanos, trabajadores constantes y de
buena voluntad. La desastrosa situacin econmica, que nunca
ha tenido igual en Cuba, y las pasiones polticas que han alte-
rado la paz material y moral, son los principles factors cn-
tribuyentes a nuestro relative poco progress. No obstante,
nuestra Sociedad, lenta pero firmemente, adelanta y afianza su
estabilidad y fortaleza, y con ellas el desarrollo del sentimiento
de fraternidad.
Refirindome a los diversos asuntos mencionados por mi
antecesor en su memorial del ao anterior, comenzar haciendo
mencin del
CONSEJO DIRECTIVE

Este organismo ha celebrado sus cuatro sesiones regla-
mentarias y la extraordinaria posterior a la ltima Convencin.







REVISTA TEOSFICA CUBANA


Sus acuerdos han sido publicados en la REVISTA TEOSFICA CU-
BANA, por lo que es innecesario repetirlos ahora. En la ltima
sesin ordinaria se procedi, de acuerdo con lo resuelto en la
XXV Convencin, al sorteo de los miembros del Consejo que
deben cesar por terceras parties, dando por resultado que en la
present Convencin cesan en sus cargos de Consejeros los se-
ores doctor Dmaso Pasalodos, doctor Jos L. Canto, doctor
Antonio Domnguez y doctor Juan B. Sed, debiendo ser subs-
tituidos por los que en este acto sean elegidos. Y no quiero
dejar pasar esta oportunidad para consignar el sentimiento que
nos causa la salida del Consejo de estos queridos hermanos, a
los que debemos expresar nuestra gratitud por los buenos ser-
vicios que han prestado, y con el deseo de que sigan cooperando
en nuestra labor en cualquier puesto y lugar en que se en-
cuentren.
ACTIVIDADES DE LAS LOGIAS

Aunque no se me han remitido por stas los informes co-
rrespondientes a sus trabajos, puedo manifestar que, con los
ubstculos e inconvenientes propios de la poca actual, casi to-
das las logias han continuado sus trabajos habituales con el
xito suficiente para mantener su cohesin. Mejor enterado
estoy, por mi asistencia personal a las mismas, del trabajo de
las tres logias de la Habana, en las que la logia Annie Besant
se sefila por su caracterstica de siempre, la de la logia madre
que ama a sus hijos sin distinciones; la logia Kut-iumi por su
dedicacin a la propaganda por medio de sus conferencias, y la
logia iHeracles por su sistema, de organizacin y el mtodo de
sus sesiones, no superando ninguna a las otras en cuanto a pro-
eurar el desarrollo de la fraternidad y contribuir, dentro de sus
posibilidades, a fortalecer la Sociedad Teosfica.
De las logias que se consideraban como inactivas y en tran-
ce de desaparecer, se han disuelto, efectivamente (y de ello ya
he dado cuenta al Cuartel General de Adyar) las logias Caridad,
Floreis del Valle, Hijos de la Luz, Krishziamurti y Morya, pero
se ha obtenido la reorganizacin y que vuelvan a ser activas las
logias Conde de San Germn, Maitreya, Rayos de Luz, Jinara-
jadasa y Unidad, y en vez de la disuelta logia Caridad, sus mis-
mos components han fundado la logia Luz de Asia. Tres logias
quedan actualmente inactivas: Luz del Alba, Hypatia y Rafael


PG. 201







REVISTA TEOSFICA CUBANA SEPBRE.-OCTUBRE


de Albear, pero en vista de las circunstancias actuales por las
que atraviesa el pas y en atencin a la constancia y fe teos6-
ficas de muchos de sus miembros, las recomiendo a la. Conven-
cin para concederles un plazo de seis meses como mnimo para
su reorganizacin, confiando en que as puedan cobrar nuevos
bros y continuar su antiguo y buen trabajo.

ESTACIN DE RADIO
Esta ha resultado invendible, pues al no adaptarse al tipo
autorizado por el gobierno no ha sido possible encontrar com-
prador, no obstante haberse anunciado en los peridicos y las
gestiones efectuadas para ello.
La biblioteca contina en el mismo estado, aumentada este
ao solamente por las revistas recibidas en canje.
El departamento de libros, que, en realidad, no estaba a
cargo de la Sociedad Teosfica de Cuba sino al de mi antecesor,
seor Edelmiro A. Flix, personalmente, fu entregada por ste
al seor Ramn Surez por haberlo resuelto as el librero seor
Ramn Maynade.
Las gestiones pro edificio social no han sido continuadas
por la comisin gestora que tiene a su cargo todo lo referente
a este proyecto a causa del mal estado general financiero del
pas. Slo ha aumentado en lo que puede verse en el estado de
cuentas. No obstante, hay esperanzas de adelantar algo este
asunto.
La REVISTA TEOSFICA CUBANA, aunque no ha alcanzado el
nivel que deseamos, ha mejorado bastante. El nmero de sus
suscriptores ha aumentado, pero aun no nos ha sido possible
volver a su antigua publicacin mensual, la que no se os oculta
que es necesaria y convenient. Son muchos los artculos y
enseanzas valiosas que se quedan sin publicar, as como noti-
cias que resultaran atrasadas. Aprovecho esta oportunidad
para recomendar nuevamente a los hermanos todos que se sus-
criban y busquen suscriptores, a fin de mejorar y entender nues-
tro rgano official.
Debo hacer mencin de un regalo hecho por el hermano
doctor J. I. de la Torre a nuestra Sociedad, consistent en una
linterna o aparato para proyectar toda clase de pelculas, vis-
tas fijas, diagramas, etc., lo que ha de ser muy til para confe-
rencias y propaganda.


PG. 202







REVISTA TEOSFICA CUBANA


A propuesta del Consejero doctor Antonio Domnguez se
estableci un fondo de sostenimiento y propaganda, al que han
contribuido algunas logias y miembros. Es de esperar que, se-
gn vaya mejorando la situacin econmica del pas, el entu-
siasmo nunca desaparecido, aunque transitoriamente oprimido,
de nuestros hermanos venga a robustecer ese fondo.
El estado de nuestras logias y miembros puede verse al
final de esta memorial, por el que se observar que hemos me-
jorado algo desde este punto de vista, pues aparte del efecto
moral que se revela en lo obtenido con la reorganizacin de las
logias que ya se mencionaron a pesar de las adversas circuns-
tancias, numricamente se ver que contamos con 20 logias y
275 miembros activos, o sean 19 ms que el ao anterior.
El estado de fondos puede verse en el que se acompaa a
este informed. Muy poco hemos mejorado en comparacin con
aos anteriores, pero esa pequea mejora y el haber podido
sostenernos sin nfecesidad de cambiar de local, como hace un
ao se presuma, son indicios que me hacen suponer que poco
a poco nuestra Sociedad Teosfica de Cuba se volver a for-
talecer y desarrollar en Cuba para el mayor bien que podamos
hacer a nuestros conciudadanos y el mejor servicio de nuestros
Venerandos Maestros.
Jos R. VILLAVERDE,
President Nacional.


PG. 203
















ESTADO DE LOGIAS Y MIEMBROS

30 Sep.
LOGIA, 1930 30 Sep. 1931 Total en
Activos Activos Inactivos esta fecha
Amor .................. 28 19 24 43
Aniie Besant ........... 24 28 23 51
Conde de San Germn.. 5 11 6 17
Dharma ................ 13 11 5 16
Esperanza .............. 12 11 2 13
H. P. Blavatsky ........ 8 9 4 13
Heracles ............... 21 30 3 33
Hypatia ............... 1 1 12 13
Kut Humi .............. 25 24 44 68
Jinarajadasa ........... 0 7 0 7
Leadbeater ......... ... 16 21 3 24
Loto Blanco ....... ..... 20 22 2 24
Luz del Alba ........... 7 0 7 7
Luz de Asia ............ O 9 0 9
M aitreya ............... 3 9 8 17
Orfeo .................. 1 7 8 15
Rafael de Albear ....... 13 1 18 19
Rayos de Luz .......... O 7 7 14
Sophia ................. 12 13 13 26
Unidad ................. 0 28 0 28
Miembros Nacionales ... 5 7 3 10
Por afiliar, de varias lo-
gias disueltas ........ 30 0 8 8

TOTALES......... 256 275 200 475

















BALANCE GENERAL EN SEPTIEMBRE 30
DE 1931

A c T :


National City Bank of New York:
Cta. A horros .................... ..........
Cta. Comisin Gestora Pro-Edificio Social....
C ta. corriente ........................... .
Caja ............ .........................
Biblioteca ............................. $ 820.33
Menos 10% depreciacin ........... ,, 82.03
M obiliario ............................ ,, 688.41
Menos 10% depreciacin ............,, 68.84
Estacin Radio ........................ ,, 348.12
Menos 10%, depreciacin ........... ,, 34.81
Edificio y parcel terreno en Banes .............
Cobros pendientes (Antonio J. Hernndez) .......
Cobro pendiente (medio mes alquiler de la logia
Annie Besant) .......... .. ......... .


$ 707.68
,, 163.23
S104.50
S 8.16

,, 738.30

S619.57

,, 313.31
S40.78
,, 162.50

5.00


TOTAL............. $ 2,863.03


Falta incluir en el activo por estar pendiente de valorizacin:
1.-Edificio y terreno, ocupado por la logia Unidad, de Banes.
2.-Terreno anexo al mencionado en Banes.
3.-Tercio terreno y edificio ocupado por la logia Leadbeater
de Sancti-Spritus. _
4.-Una linterna proyecciones donada por el Dr. Jos I. de la
Torre.
PASIVO :


Fondo construccin edificio social reservea) ......
Obligaciones edificio social reservea) ............


$ 707.68
, 150.23


0,0
010 010?P







REVISTA TEOSFICA CUBANA SEPBRE.-OCTUBRE


Cuotas Adyar 1929-1930 ..... ......... .. .....
,, ,, 1930-1931 .....................
Logia U nidad .................... ...........
Prstamo estacin radio .. ......... . .
Legin Karma y Reencarnacin .................
Pagos pendientes (alquiler, alumbrado, telfono co-
rriente m es) ................. ..........
Adelantos 148 subscripciones revista .............
Sobrante septiembre 30-1931 (para igualar) ......


TOTAL.............. $2,863.03


CUENTA "BENEFICIOS Y QUEBRANTOS"
Quebranto venta adresgrafo y utensilios. $ 28.20
Diferencia cambio pesetas imported libros
entregados por orden A. Maynad a Ra-
m n Surez ......................... ,, 87.11
Condonacin Unin Laborista Mujeres, al-
quiler Sept. 1930 en nuestro local .....,, 10.00
Abono indebido remesa Mzo. 29-1929 A. de
J. Gonzlez abonada a Cuotas y Dept.
L ibros ............................. ,, 5.20
Remesa septiembre 1930, de Chile, para
suscripcin al The I.' .. .;,'r, entreg-
dole aqu ............................ ,, 4.00
Cargo $7.00 mensuales, ao 1930-1931, a
la cuenta Revista de gastos generalss.
10% depreciacin en las cuentas:
Biblioteca ............... ..... $82.03
Mobiliario ................... ,, 68.84
Estacin radio ............... ,,34.81 ,, 185.68

Recaudaciones segn cuentas siguientes:
Carta constitutiva (Log. Luz de
A sia;) ..................... $ 5.00
Cuotas anuales 1927-1928. Afi-
liados ..................... ,, 2.70
Cuotas anuales 1929-1930. Afi-
liados ..................... ,, 18.90
Cuotas anuales 1929-1930. Fa-


S 37.31
S51.47
S 3.28
S160.60
S 6.00

S40.50
S115.93
,, 1,590.03


$ 84.00


PiG. 206








REISA EOFC CBAA ~ 1. 0


m iliares ................... ,, 2.70
Cuotas ingreso 1930-1931. Afi-
liados ..................... ,, 19.00
Cuotas ingreso 1930-1931. Fa-
m iliares ................... ,, 0.50
Cuotas ingreso 1930-1931. Na-
cionales ................... ,, 4.50
Cuotas anuales 1930-1931. Afi-
liados ..................... ,, 419.42
Cuotas anuales 1930-1931. Fa-
m iliares ................... ,, 22.21
Cuotas anuales 1930-1931. Na-
cionales ................... ,, 18.90
Aspirantes a ingreso ........ ,, 3.00
R vista ..................... ,, 29.38
Sostenimiento y propaganda
(donativos) ............... ,, 35.22
Departamento Libros ........ ,, 2.20

Gastos segn cuentas siguientes:
Alquileres ................... $235.00
Personal ................... ,, 180.00
Material ................... ,, 62.19
Imprevisto .................. 53.46
Alumbrado .................. ,, 36.00
Telfono .................... ,, 30.00
Condonacin cuotas ........ ,, 18.50
Silvano Manzanares ......... ., 9.00

TOTALES ...... ....................
Importe Haber .................. .

Cargo a la cuenta sobrante septiembre
30 de 1930 ........................
Sobrantes septiembre 30 de 1930 ......

Sobrante septiembre 30-1931, segm ad-
junto balance .................... .
Jos R. VILLAVERDE,
President Nacional.


,, '.._ ;.,


, 624.15

$ 944.34 $ 667.63
, 667.63


$ 276.71
,, 1,866.74


$ 1,590.03
F. ROSADO,
Tesorero.


REVISTA T.EOSFICA CUBANA,


PG. 207
















NOTICIAS

Con profunda, pena damos la noticia del fallecimiento de
Mr. Yadunandan Prasad, a consecuencia de un accident auto-
movilista, en California. Caballero hind de gran cultural, se
ocupaba en estos ltimos aos en el trabajo de Mr. Krishna-
murti, y a la vez era un fiel y devoto teosofista, prestando en
ambos campos grandes servicios. Los que lo hemos conocido
personalmente no podemos olvidar la dichosa y tranquila for-
taleza que emanaba de su persona y la atmsfera de complete
devocin a su Maestro. Era un noble y gran corazn.


Tambin sentimos el fallecimiento de nuestro antiguo y
querido hermano Mr. Walter J. Field, ocurrido el 14 de agosto
ltimo, en California. Fu un leal y constant teosofista que
much trabaj por nuestras enseanzas y por la S. T., en la
que ingres en 10 de junio de 1904, en la logia Virya de San Jos
de Costa Rica, en la que sirvi muy bien a la teosofa. Hace
unos once aos march a California, donde se estableci y done
generosamente ayud a. varias actividades teosficas, entire
ellas al Instituto de Krotona.


Ha sido electo para el cargo de Secretario General de la
Sociedad Teosfica Espaola el seror Luis Garca Lorenzana,
quien ha enviado una circular saludando a los hermanos de las
dems secciones en nombre de nuestros hermanos espaoles.
Los miembros que han de ayudarlo en su labor, cuyos nom-
bramientos han sido aprobados por el Consejo, son: Vicepresi-
denta, seorita Esther Nicolau; Secretario del Consejo, don
Joaqun Velasco; Tesorero, don Teodoro Csar; Bibliotecaria,









doa Mara Rebeca Olano; Secretario de Propaganda, don Eu-
genio V. Olivares.
A todos enviamos nuestra sincera felicitacin y nuestros
votos por el progress de la S. T. E.

*
Otra noticia de exceptional trascendencia que tenemos de
Espaa es la que leemos en el boletn de la S. T. de Espaa
sobre la abolicin de la pena de muerte. Segn public el her-
mano don Agapito Milln, puede afirmar, por haberlo odo de
labios autorizados, que en el nuevo Cdigo no figure ya la pena
de muerte, ni tampoco la de cadena perpetua, teniendo tambin
la seguridad de que las Cortes Constituyentes votarn por la
desaparicin de la. pena de muerte.


De Guatemala nos llega la noticia de que muy pronto se
fundar en la capital una nueva logia que llevar el nombre de
Cuba. Nuestro antiguo y querido hermano doctor Santiago Ar-
gello, al frente del movimiento teosfico en aquella nacin,
as nos lo dice, y al dar a nuestros lectores tan grata. nueva,
afirmamos una vez ms nuestro afecto y gratitud al doctor Ar-
giiello, as como a nuestros hermanos de Guatemala.
*
*
Una circular de la Revista Teosfica Chilena nos dice que,
desde el mes de julio ltimo, dejara de publicarse por fusio-
narse con Teosofia en el Plata, constituyendo as una sola pu-
blicacin que se titulara El Tesofo Sudamericano, rgano de
la Federacin Teosfica Sudamericana, y con el propsito de
que esta nueva revista sea, para los teosofistas de habla espa-
ola, lo que es el The(csophist para los de habla inglesa.
Las dos publicaciones que se fusionan valan much cada
una por s sola, y, unidas, no dudamos que alcanzarn la fina-
lidad que se proponen y que muy sinceramente deseamos que
el xito supere a sus esperanzas.


REVISTA TEOSFICA CUTBANA


PG. 209















SOBRE LA PALABRA TEOSOFIA

En nada reina ms confusion que en la palabra Teosofa,
y ello con gran dao de los tesofos.
Estos han solido olvidar, cayendo en lamentables mesia-
nismbs y psiquismos, la primer pgina de la Clave de la Teo-
sofa, donde la Maestra H. P. Blavatsky nos present a la pala-
bra Teosofa como compuesta de las dos griegas Thec*s y sophos.
Theos nunca signific para los griegos dios personal al-
guno, al estilo de las religiones positivas, sino el Aliento infor-
mador de la substancia primordial (Akasha, Mulaprakriti o
Raz de la material, el Caos), de cuya. unin result, la Armona
o Kosmos.
Theoin fueron, adems, llamados los astros en su eterno
movimiento, porque para la sabidura primitive de las edades,
o Ciencia-Religin de la Naturaleza, legada a los primeros arios
en su cuna por la humanidad anterior, no hay ms religion ver-
dadera que la de los astros (es decir, de las entidades excelsas
que a cada astro president a la manera como nuestro espritu
divino o Atma preside a nuestra alma y a nuestro cuerpo) y la
de los Jinas o series superiores de la naturaleza, entire ellos
nuestros muertos queridos...
De aqu que la verdadera Teosofa est por encima de todas
las religiones positivas con su falicismo de "Hijos divinos na-
cidos de mujer" y no de la Mente, con la Isis egipcia o la Pallas-
Athenea griega. Para llegar al conocimiento verdaderamente
teosfico se constituy, en los siglos ni y rv de nuestra era, la
escuela agnstica o neoplatnica alejandrina de Ammonio Sac-
cas, reviviscencia inicitica de las doctrinas pitagrico-bud-
dhistas de Platn, por lo cual ellos fueron llamados filaleteos o
amantes de la Verdad, armonistas o partidarios de una sntesis
religioso-cientfica (as, Proclo fu pagano; Porfirio, hebreo;
Jmblico, egipcio, y Plotino, cristiano elevado); gnsticos, de








Gnosis, conocimiento superior o Gnana de los hindes; eclcti-
cos o buscadores de la Verdad perdida a travs de la ecolesia
o pueblo que en sus tradiciones la conservara ,y, en fin, analo-
gistas, por practicar siempre, como superior a la observacin
y a la experiencia, la clave de la Tabla esmeraldina, de Hermes
Trimegisto, de que "lo que est arriba es como lo que est aba-
jo", o ley de analoga, ley ultra-potica, que as acopla en deli-
ciosa sntesis armnica lo Vario, en lo Uno... La palabra Teo-
sofa, pues, equivale siempre a las de superacin y de herosmo.
Otro da desarrollaremos ampliamente, auxiliado por las
ms amplias ilustraciones que hoy tenemos acerca de la India
y del Tibet, tan sugestivos asuntos.
Du. M. Roso DE LUNA.



H. P. B.

ELLA ERA TAN "DIFERENTE"

POR J. D. BERESFORD (Un distinguido novelist)

Son tantos y tan variados los individuos que nos fascinan!
Nos deleita leer de las mujeres que por la razn de ser bellas
han causado discordia entire las naciones. Sin embargo, ninguna
de estas mujeres han aportado al mundo una sabidura nueva.
Si estas mujeres ejercieron o no su influencia para el bien o
para el mal, si fueron o no santas o pecadoras, todas fueron de
este mundo. Llamamos piadosas a las que profesaron un credo
ortodoxo.
Las cosas que nos ensearon no fueron ms que esos admi-
rables concepts que todos conocemos: preceptos, que de poder-
los seguir nols proporcionaran una vida laudable y moriramos,
quiz, bajo el amparo de tal o cual Iglesia. Mas. desde mi ju-
ventud, la ortodoxia no me ha interesado. Siempre he tenido
la intuicin de que existan fuerzas ms intimas e infinitamen-
te ms misteriosas que esas que constituyen el consuelo de nues-
tras religiones convencionales. Y la vida de Helena Petrowna
Hahn, conocida en el mundo como Mme. Blavatsky, present


REVISTA TEOSFICA CUBANA


PG. 211







REVISTA TEOSFICA CUBANA SEPBRE.-OCTUBRE


suficiente prueba de que mi intuicin estaba basada en la reali-
dad. Ella no hizo como Mary Baker Eddy que fund un credo
nuevo reuniendo recortes tomados de materials viejos.
"Mme. Blavatsky, aunque en cierto sentido hizo revivir la
antigua y olvidada sabidura perteneciente a los das antes de
Cristo, sirvi de testigo a la verdad de que existen ms cosas
en el cielo y la tierra de las que jams soara la filosofia de
Inglaterra en poca victoriana."
Desde su juventud fu ella diferente. Posea una poderosa
personalidad y un poder de voluntad que derribaba toda autori-
dad. Su matrimonio con el viejo general Blavatsky siendo ella
una nia de diez y siete aos, no fu ms que en nombre, y al
cabo de los tres meses huy de su lado para emprender un reco-
rrido por el mundo. Pas por Egipto, Pars, Londres, Canad,
los Estados Unidos, Mjico, y ms tarde fu a la India y al
Tibet.
Esta rotunda negative por parte de ella de someterse a las
trabas que impone la civilizacin, eran caractersticas de su
temperament, pero esto no era lo que causaba, la diferencia.
que exista entire ella y el resto de la humanidad corriente.
Lo que distingue su historic de la de otras mujeres talen-
tosas y grandes es que ella posea poderes sobrenaturales: poda
ejercer su influencia sobre la material prima que constitute este
mundo de modo tal que aun hoy da lo consideramos "mila-
groso".
Ella se enteraba y hasta vea cosas que sucedan en distin-
tas parties del mundo. Si viviera hoy da y estuviese dispuesta
a prostituir sus poderes, se le considerara la "medium" ms
asombrosa que jams se ha conocido.
Ella tena una misin que cumplir ms elevada que la ex-
hibicin de su poder sobrenatural sobre lo que conocemos por
material. Vino a hacer revivir la gran Religin de Sabidura
que tan paulatinamente torna a nuestra civilizacin Occidental.
entire las reglas del Cdigo formulado por ela, puedo citar las
principals tomadas de la copia del ao 1875:
(a) Mantener activas en el hombre sus intuiciones espi-
ritaules.
(b) Oponer e impedir el fanatismo en toda forma, bien sea
ste un sectarismo religioso intolerante, o la creencia en mila-
gros o cualquier cosa sobrenatural.


PAG. 212







REVISTA TEOSFICA CUBANA


(c) Estimular el sentimiento de fraternidad entire las na-
ciones.
Durante los ltimos 6,000 aos ms o menos en la historic
no ha habido una mujer tan merecedora de nuestro inters como
Mme. Blavatsky.
(Tomado de "The Adyar Theosophist", abril, 1930.)




EL PROGRESS SPIRITUAL

-Sigue la senda cuesta arriba todo
lo que es ella?
-S, hasta lo ltimo.
-Durar el viaje todo lo que es
el da?
-Desde el amanecer hasta la noche,
amigo mo.

Entre los smbolos hasta ahora usados en el mundo, pocos
hay que sean la vida de aquellos que siguen de veras el sendero
que -conduce hacia lo alto. No obstante las diferencias que se
notan en las varias presentaciones de la Doctrina Esotrica, a
la que cada poca dot de un nuevo ropaje diferente en su ma-
triz y en su tejido del procedente, sin embargo, en todas ellas
encontramos el ms perfect acuerdo sobre un punto, el camino
que lleva el desarrollo spiritual. Una sola regla inflexible ha
sido siempre obligatoria para el nefito, como lo es ahora: el
complete allanamiento de la naturaleza inferior por la superior.
Desde los Vedas y Upanishads hasta la publicacin de Luz en
el sendero, por much que registremos las biblias de cada raza
y culto, no hallamos sino un solo camino, arduo, doloroso, atri-
bulado, por el que pueda el hombre conseguir la verdadera vi-
sin spiritual. Y cmo pudiera ser de otro modo, si todas las
religiones y todas las filosofas no son sino las variantes de
las primitivas enseanzas de la Unica Sabidura, comunicada a
los hombres al principio del ciclo por el Espritu Planetario?
El verdadero Adepto, el hombre desarrollado, como se nos
dice siempre, debe serlo por si mismo, no puede ser hecho. Es,
pues, un procedimiento de crecimiento por evolucin, y esto debe
necesariamente entraar cierta cantidad de dolor.


PG. 213








2REVISTA TEOSICA CUBANA SEPBME.-OCTUBRE


La principal causa del dolor estriba en nuestro perpetuo
anhelo por lo permanent; y no slo anhelo, sino obrar como si
ya hubisemos hallado lo inmutable en un mundo cuya nica
calidad, de la que podamos argir con certeza, es el cambio
constant, y siempre, en el moment que nos figuramos haber
echado mano firme de lo permanent, cambia en nuestro propio
brazo, y el resultado es de dolor.
Asimismo la idea del crecimiento implica tambin la de
fracture; el ser interior tiene que abrirse paso a estallidos, rom-
piendo la cscara o envoltura que lo aprisiona; y semejante
fracture tambin debe ir acompaada de dolor, no fsico, sino
mental e intellectual.
Tal es, en el curso de nuestras vidas, el origen del mal que
cae sobre nosotros y que siempre nos parece el ms duro de
Stodos, siempre es aquella nica cosa que nos parece impossible
sobrellevar. Si miramos la cosa desde ms alto, veremos que
estamos intentando salir de nuestra cscara, rompindola por
su nico punto vulnerable, que nuestro crecimiento, para serlo
de veras, y no el resultado colectivo de una series de escrecen-
cias, debe proceder igualmente por todas parties, as como el
cuerpo de un nio crece, no la cabeza primero y luego una. mano,
y si acaso una pierna despus, sino en todas direcciones a un
tiempo, con regularidad y sin que se note. La tendencia del
hombre es cultivar cada parte por separado, haciendo entire
tanto caso omiso de las dems; cada opresin de dolor es cau-
sada por la expansion de alguna parte desatendida, siendo tal
expansion hecha ms difcilmente por los efectos de la cultural
enfocada a otras parties.
El mal es a menudo resultado de una extremada cavilacin,
y los hombres siempre tratan de hacer demasiado; no se resig-
nan a tener el bien alcanzado y a hacer siempre precisamente
lo que la ocasin require y no ms; exageran todos sus actos
y as produce karma que tendr que liquidarse en un future
nacimiento.
Una de las formas ms sutiles de este mal es la esperanza
y deseo de recompensa. Muchos son los que, las ms veces in-
conscientemente, desvirtan todos sus esfuerzos por el hecho
de abrigar esta idea de recompensa, dejando que se convierta
en un factor activo de sus vidas, y por tanto, dejan la puerta
abierta a los afanes, dudas, temores, desaliento y al fracaso.


PG. 214








REVISTA TEOSFICA CUBANA


La meta que persigue el aspirante es el paso a un plano su-
perior de existencia; tiene que convertirse en un hombre nuevo,
ms perfect en todo lo que es ahora, y, si lo consigue, sus po-
sibilidades y sus facultades recibirn un aumento correlativo
de alcance y poder, as como en el mundo visible hallamos que
a cada fase de la evolucin ascendente corresponde un aumento
de capacidad.
As es como el Adepto adquiere los maravillosos poderes
tantas veces descritos: pero el punto principal que hay que re-
cordar es que dichos poderes son el acompaamiento natural de
una existencia en un plano superior de evolucin, as como las
facultades ordinarias del hombre son el acompaamiento natu-
ral de una existencia en el plano human ordinario.
Muchos parecen career que el Adeptado no es tanto el re-
sultado de un desarrollo radical como de una construccin agre-
gada; se figuran que un Adepto es un hombre que, por medio
de cierto sistema de entrenamiento claramente definido y con-
sistente en minuciosa observancia de un cuerpo de reglamentos
arbitrarios, adquiere primero un poder y luego otro, y cuando
ha alcanzado cierto nmero de poderes, es de repente consagra-
do Adepto. Partiendo de esta base falsa, se figuran que lo pri-
mero que hay que hacer para alcanzar el Adeptadoo, es adquirir
poderes, la clarividencia y el poder de abandonar el cuerpo f-
sico y viajar a grandes distancias, son desde luego los que ms
seducen.
A los que desean adquirir estos poderes para su propia
ventaja personal, nada tenemos que decir; caen bajo la conde-
nacin comn a todos los que obran para fines egostas. Pero
hay otros que, tomando el efecto por la causa, creen honrada-
mente que la adquisicin de poderes anormales es el nico ca-
mino hacia el adelanto spiritual. Estos consideran nuestra
Sociedad Teosfica meramente como un medio o instrument,
el ms apropiado para ponerlas en condiciones de instruirse en
dicha direccin, mirndola como una especie de academia oculta,
una institucin establecida para facilitar la instruccin de fu-
turos taumaturgos. A pesar de las repetidas protests y avi-
sos, hay ciertas mentalidades en las que este concept ha irre-
misiblemente arraigado, y estas gentes son las que ms alto
exteriorizan la expresin de su desencanto, cuando se aperciben
de que lo que en un principio se les haba prevenido es pura


1931


PG. 215







REVIsTA TEOSFICA CUBANA SEPBRE.-OOTUBRE


verdad: que la Sociedad fu fundada no para ensear atajos
nuevos y cmodos hacia la adquisicin de poderes, sino que su
nica misin es la de reavivar la antorcha. de la verdad desde
tanto tiempo extinguida para todos, except unos cuantos, y de
mantener viva esta verdad por medio de la constitucin de una
unin fraternal de la humanidad, nico suelo en el que puede
prosperar la buena simiente. La Sociedad Teosfica desea muy
de veras fomentar el crecimiento spiritual de todo individuo
que acude a ella, pero sus mtodos son los de los antiguos Rishis,
sus principios los del antiqusimo Esoterismo: no es ella dispen-
sadora de ensalmos patentizados, compuestos de remedios vio-
lentos que ningn honrado senador quisiera emplear.
Aqu desearamos precaver a todos nuestros miembros y-
a otros que buscan conocimiento spiritual, contra aquellas per-
sonas que se ofrecen a ensearles mtodos fciles para adquirir
facultades psquicas; tales facultades pueden, es cierto, adqui-
rirse con relative facilidad por medios artificiales (laukika),
pero se desvanecen tan pronto como el estmulo nervioso se ago-
ta. La verdadera calidad de vidente y Adepto que va acompa-
ada de un legtimo desarrollo psquico (lokottara), una vez
adquirida no se pierde nunca.
Parece que varias sociedades se han formado desde la fun-
dacin de la Sociedad Teosfica, aprovechndose del inters que
sta ha despertado sobre estos asuntos de indagacin psquica,
y procurando atraerse miembros con la promesa de una fcil
adquisicin de poderes psquicos. En la India conocemos desde
much tiempo la existencia de huestes de falsos ascetas de toda
clase, y nos tememos que el peligro que de esto nace se vaya
renovando tanto aqu como en Europa y en Amrica. Slo nos
cabe esperar que ninguno de nuestros miembros embelesado por
brillantes promesas, consienta ser engaado por auto-ilusos so-
adores, o segn el caso, por impostores de profesin.
Para que se vea que son justificadas nuestras protests y
providencias, podemos decir que recientemente hemos visto,
dentro de una. carta de Benars, copias de un anuncio ltima-
mente publicado por uno que se da ttulo de Mahatma. En ese
anuncio pide "ocho hombres y mujeres que sepan el ingls bien
y, adems, uno cualquiera d elos various dialectos indes"; y
terminal diciendo que "los que deseen informarse de los porme-
nores del trabajo y de la cuanta del salario", debern escribirle


PG. 216







REVISTA TEOSFICA CUBANA


a sus seas, incluyendo sellos en la carta. A la vista; tenemos
aqu sobre la mesa una nueva edicin del libro The Divine Py-
mander, publicado en Inglaterra el ao pasado, y que tiene un
aviso para los Teosofistas que pudieran, halberse visto defrau-
dados en sus esperanzas de libre dispensacin de la Sublime Sa-
bidura por los Mahatmas Indos, invitndoles cordialmente a
que enven sus nombres al Editor, quien, "despus de una corta
prueba", les har admitir en una Fraternidad Oculta, la cual
"ensea libremente y sin reserve a todos aquellos a quienes
juzga dignos de ser admitidos". Por singular coincidencia, ve-
mos que en el mismsimo libro citado dice Hermes Trismegisto:
"Pues este, hijo, es el nico camino hacia la Verdad, el
que recorrieron nuestros antepasados, y por el cual, prosiguien-
do su viaje, llegaron por fin al Bien. Es un camino venerable
y sencillo, pero spero y dificultoso para el alma que se halla
en el cuerpo. Por lo cual debemos tratar con cautela a esta clase
de gentes, con el fin de que, permaneciendo en ignorancia, pue-
dan ser menos malos por temor 'de aquelloc que es oculto y se-
creto".
Es muy cierto que algunos teosofistas (sin culpa de nadie
ms que de ellos mismos) han sufrido un gran desengao por-
que no les hemos ofrecido una senda de atajo hacia el Yoga
Vidya y hay otros que desean obras prcticas. Y es bastante
significativo que aquellos que han hecho menos para la Socie-
dad son los ms porfiados en acusarla. Pues bien, esas perso-
nas, as como todos nuestros miembros que tengan condiciones
para ello, por qu no emprenden seriamente el studio del
Mesmerismo? El Mesmerismo ha sido llamado la Clave de las
Ciencias Ocultas, y tiene la ventaja de que ofrece oportunidades
especiales para hacer bien a sus semejantes. Si en cada una de
nuestras logias pudiramos establecer un dispensario homeo-
ptico con la aadidura de curaciones mesmricas, como se ha
hecho ya con gran xito en Bombay, podramos contribuir a
que la ciencia medical en este pas se colocara sobre una base
ms sana, y ser as el medio de un gran beneficio para las
gentes.
Hay otras de nuestras logias, adems de la de Bombay, que
ha intentado algo bueno en esta direccin; pero hay margen
para muchsimo ms que lo que se ha hecho hasta ahora. Y lo
mismo pasa con respect a otros departamentos del trabajo de


PG. 217








RE:VISTA TEOSFICA CUBANA SEPBRE.-OCTUBRE


la Sociedad. Muy de desear fuera que los miembros de cada
logia se estrechasen en mutua consult, para resolver sobre
cuanto pudiera llevarse a cabo en cumplimiento de los express
objetos de la Sociedad. En sobrados casos los miembros de la
Sociedad Teosfica se contentan con un studio un tanto super-
ficial de sus libros, sin contribuir efectivamente en lo ms m-
nimo a la parte active de su misin. Si la Sociedad est llamada
a ser una fuerza para el bien en esta y otras tierras, no podr
lograr este resultado sino por medio de la active cooperacin
de cada uno de sus miembros, y quisiramos instar encarecida-
mente a cada uno de ellos a que examinase atentamente las po-
sibilidades de trabajo que se hallan a su alcance, tratando luego
con toda seriedad de llevarlas a efecto. El pensamiento sano
es una buena condicin, pero el pensamiento solo es poco efi-
ciente si no se traslada a la accin. No hay un solo miembro
de la Sociedad que no se halle capacitado para hacer algo en
auxilio de la causa de la Verdad y de la Fraternidad universal;
de su voluntad slo. depend el que este algo se convierta en
un hecho.
Sobre todo quisiramos dejar bien sentado en las mentes el
hecho de que la Sociedad no es una academia para Adeptos in-
cipientes: no pueden suministrarse titulares que vayan por las
varias logias dndoles instruccin sobre los diferentes asuntos
que constituyen el campo de investigacin sobre los diferenter
asuntos que constituyen el campo de investigacin de la. Socie-
dad; las logias tienen que estudiar por s mismas; hay que pro-
porcionarse libros, y el conocimiento que stos contienen, cada
miembro tiene que aplicarlo prcticamente; as es como se des-
arrollar la fortaleza y la fe en s mismos y los poderes del
raciocinio. Insistimos much sobre esto: pues se nos han hecho
splicas para que todo conferenciante que se enve a las logias
sea versado prcticamente en psicologa experimental y clari-
videncia (verbi gracia: vista de espejos mgicos y lectura del
porvenir, etc.). Pues bien, esta clase de experiments opinamos
que debe tomar origen entire los miembros para que tenga, valor
alguno en el desarrollo del individuo, o para que le sirva de
progress en el sendero ascendente, y, por consiguiente, formal-
mente recomendamos a nuestros miembros que prueben por s
mismos.
H. P. BLAVATSKY.
(Traduccin de J. Fermaud.)


PG. 218
















iOH ADYAR, SE SIEMPRE CON NOSOTROS!

(Homenaje a la Presidenta de la S. T. para el 1 de octubre.)

Oh fuentes vivientes y puras,
manantiales de sabidura,
que despertis nuestro Espritu
y en santo ardor nos inspiris,
que nos purificis con vuestra onda
y nuestra. ardiente sed saciis,
vosotras brotis siempre en Adyar,
oh, Adyar, s siempre con nosotros!

Oh fuegos radiantes y puros
que abrasis con amor poderoso,
que brillis con vuestra luz celeste
y a la. vida del sabio nos llamis,
que a nuestras impurezas las quemis,
y nos dais las alas de la llama,
vosotros ardis siempre en Adyar,
i oh, Adyar, s siempre con nosotros!

SOh, sonidos celestes, divinos,
llenos de belleza inefable,
que hacis cantar nuestros corazones
y nos inundis de armona,
que nos llamis al servicio real
y nos abrs las puertas del cielo,
Svosotros resonis siempre en Adyar,
i oh, Adyar, s siempre con nosotros!


DRA. ANNA KAMENSKY.
















TEOSOFIA Y LIBERTAD

Una de las ms hermosas y ms consoladoras ideas que nos
aporta la Teosofa consiste en el concept, ms firme, ms de-
finido, de nuestra libertad. No se cual habr sido la experiencia
de mis hermanos; pero yo recuerdo, como un moment de ilu-
minacin, aquel en que la Teosofa me revel que el hombre es
el dueo de sus destinos: era aquella la ms triunfante confir-
macin de esa institucin invariable de que llevamos dentro, a
pesar de todas nuestras limitaciones y flaquezas, algo divino.
La Teosofa engrandece nuestros dolores, o ms bien, nos en-
grandece al recibirlos, porque nos dice que no es una mano
ajena la que nos hiere, que nosotros mismos forjamos nuestro
sufrimiento, y nosotros solos podemos liberarnos de l. "Se-
rs lo que quieras ser", es una de las frases-clave de la Teo-
sofa. Y tanto respeta esta nuestra libertad, que no nos im-
pone ninguna regla de conduct, como hacen las religiones po-
sitivas. Nos indica cul es la direccin de la evolucin, pero al
mismo tiempo parece decirnos siempre: "Sin embargo, si esto
no ha llegado a incorporarse a tu comprensin; si tu pasin o
tu deseo) son ms fuertes que tu conviccin, libre eres de seguir
tus impulsos. No tengo para ti amenaza ni coaccin. Unica-
mente, como sr libre y responsible, habrs de atenerte a las
consecuencias de tus actos". Libertad en la accin; libertad,
tambin, en el pensamiento, puesto que desde nuestros Maes-
tros, que nos aconsejan no obedecerles jams ciegamente, hasta
cualquiera de las figures de primera o segunda fila en nuestro
movimiento, que expresan mil veces su intencin de no erigirse
en autoridad, toda la corriente del pensamiento teosfico fluye
en direccin de la libertad. Pero hay otros concepts que po-
dramos llamar ms metafsicos de la libertad, sobre los cuales
deseo especialmente llamar la atencin de mis hermanos esta
tarde. Se trata de la libertad en relacin con dos de las grandes









ideas fundamentals que informan el ideario teosfico: con el
Karma y la Reencarnacin.
Empezar por decir que conviene muchas veces observer
las ideas que consideramos nuestras "desde la acera de en-
frente"; es decir, convivir intelectualmente con series de creen-
cias y opinions opuestas a las que son para nosotros la Verdad.
Eso nos ayuda, mejor que todos los studios, a ver el punto de
vista dbil en nuestra propia argumentacin, o el defecto en
nuestro modo de expresar o de poner en prctica esa nuestra
verdad, que la obscurece o la hace blanco de las censuras. Pre-
cisamente dos de las crticas que he odo, personalmente, alzarse
contra la Teosofa, se basan, a mi juicio, en aparentes conflicts
de ciertas ideas teosficas con el concept de la libertad. Se
me ha dicho: "La Teosofa, con todas sus teoras de distintos
plans y vehculos, no es ms que un materialismo magnificado.
Cuerpos y cuerpos, cada vez ms sutiles; formas y formas, ms
o menos bellas, pero el Espritu... qu lejos y qu vago! A
qu ultrrimo plano de manifestacin, o ms bien, ms all de
toda manifestacin, habr que ir a buscarlo!". Y otra crtica
que he odo es sta: "La Teosofa es toda ella mecanicismo.
El Universo es, para los tesofos, slo accin y reaccin de
fuerzas puestas en movimiento desde una eternidad por una
fuente de energas completamente inasequible para el intelecto
humano... En qu se diferencia, pues, yendo a lo hondo, y
ms all de todas las frases bonitas, del agnosticismo, y an de
la inercia spiritual del materialista? Llamar el Logos a lo
que otros llaman La Vida o la Naturaleza no constitute di-
ferencia apreciable, desde el punto de vista de la influencia
de las ideas sobre el carcter y la vida humana". Estas cr-
ticas son frecuentes, y reflexionando sobre ellas, me ha parecido
que son fundadas. Pero no tiene la culpa la Teosofa, sino la
forma como la expresamos algunos tesofos. Oyndolos, dira-
se que es el mundo un enorme mecanismo inmutable y el hom-
bre, mero esclavo de la gran ley evolutiva. Y en verdadera y
grande Teosofa, no es as. No hay slo en el mundo accin
y reaccin fatal. No hay slo, tampoco, una series de encarna-
ciones que nos esperen como otras tantas estaciones por las
que inevitablemente hemos de pasar antes de llegar al trmino
de nuestro viaje. Hay tambin otra fuerza, que es la espln-
dida voluntad humana; hay una ley superior aun a aquellas, y


1931


Rn, VIsTA TEOSrieA CUBANA


PiG. 221







REVISTA TEOSFICA CUBANA SEPBRE.-OOTUBRE


es la de que all donde el Espritu se manifiesta, la material se
pliega y obedece. Y como leyes de la material son al cabo las
del Karma y la Reencarnacin, e hijos nosotros del Espritu,
y Espritu tambin, copartcipes de la potencia creadora de
nuestro Padre, de la Fuente de nuestro sr, del mismo Dios que
crea y conserve y destruye los universos, podemos decir que
somos superiores a las leyes del Karma y de la Reencarnacin,
a media que Dios se manifiesta en nosotros...Y no se crea
que estoy enunciando una "hereja" teosfica, si en nuestro
libre pensar pudiera caber la hereja. Aquello que una escuela
ocultista que tiene con nosotros numerosos puntos de contact,
la Escuela Rosacruz, llama "la epignesis", definindola como
el poder de iniciativa, la coparticipacin en la obra divina en
forma de capacidad de poner en accin nuevas causes en todo
moment de la vida; aquello a que probablemente se ha referido
un gran filsofo francs que lleg hasta la popularidad hace
unos quince o veinte aos y que dejar huella en el pensamiento
contemporneo, I-enri Bergson, al hablar de "la evolucin crea-
dora", existe tambin en la profunda enseanza teosfica, aun-
que muchas veces parezcamos olvidarlo en la prctica. A toda.
accin, su reaccin fatal, ineludible. Pero tambin ante esa
reaccin que viene hacia nosotros, la posibilidad de una accin
nueva que a su vez produzca reacciones que modifiquen o neu-
tralicen la reaccin primitive. Qu queda, pues del Karma,
sino lo que en el fondo, nosotros querramos o permitamos que
quede, por nuestra ignorancia o nuestra inercia; es decir, por
las resistencias que aun se oponen en nuestra personalidad al
libre juego y manifestacin de nuestra inherente divinidad?
Bien ha dicho una antigua escritura, que siempre debiramos
recorder: "El sabio quema su karma por el conocimiento". S,
y por la voluntad, que utiliza ese conocimiento en una direccin
determinada. As pues, a media que crecen nuestro entendi-
miento y nuestra voluntad, o ms bien, a media que hacemos
de nuestra personalidad algo ms permeable a la. manifestacin
de los atributos divinos, queda ms y ms el karma a nuestra
merced, es decir, que deja virtualmente de existir, en el sentido
de imposicin externa a la que haya de plegarse fatalmente
todo nuestro sr. Podr el karma caer aun sobre nuestras en-
volturas externas; pero nuestro espritu no es ms que nuestro,
y nuestra, pues, tambin, la reaccin ante el acontecimiento. Un


PkG. 222









paso ms, y llegaremos a prever, y luego acaso hasta evitar el
acontecimiento mismo... No en balde ha dicho Krishnamurti
que la liberacin consiste en la ausencia de reacciones... De
reacciones fatales, impuestas desde afuera; de reacciones que
no sean la libre respuesta de nuestra inteligencia, de nuestra
voluntad, de nuestro amor, entiendo yo.
Ni siquiera el familiar y material ejemplo de la flecha que,
una' vez arrojada, no retorna jams al punto de partida, puede
servirnos de eficaz demostracin de la inevitabilidad de un kar-
ma determinado. Cierto que hoy nada puede impedir que la
flecha vaya a clavarse en el blanco a que fu dirigida; pero
quin nos dice que maana, por el empleo de fuerzas hoy des-
conocidas, de rayos de una velocidad muy superior a la de la
flecha o la bala, no seamos capaces de lanzar una poderosa
corriente que detenga en el aire ese pedazo de metal, y com-
binndose con algn imn, la haga volver a manos de quien la
arrojara? Hoy que se ha logrado hasta dirigir los movimientos
de un barco abandonado, desde tierra, con ayuda de mecanismos
elctricos operados por el radio; hoy que el toque de un botn
en Italia ha iluminado toda una exposicin elctrica en Aus-
tralia, no es utpico esperar este otro pequeo "milagro"...
Y sabiendo que "como es abajo, as es arriba",-segn el apo-
tegma hermtico-cuando as vemos sutilizarse, moldearse y
vibrar bajo la accin de la inteligencia humana a la dura y pe-
sada material sobre la cual parece caer abrumadoramente todo
el peso de "tamas", cmo no imaginary aparentes "milagros"
much mayores, en plans ms sutiles, en los plans de las
causes, necesariamente ms sensibles a la influencia del esp-
ritu, por razones de proximidad y de tenuidad, de lo que es la
material susceptible a la muerte del hombre"? Y una vez que
hallamos logrado influir-y no influimos ya?-sobre el mundo
de las causes, dominaremos los efectos, dominaremos la mate-
ria, dominaremos todos estos mundos en que evolucionamos, y
la mecnica tirana del Karma ser cosa tan del pasado como
la mecnica fatalidad de que la flecha vaya a clavarse en el
blanco... No leyes violadas, porque esto s sera inadmisible;
pero s leyes ,trascendidas por el empleo de fuerzas superiores.
Y este concept de nuestra libertad y de nuestro consi-
guiente dominio sobre el Karma, rezume, por decirlo as, de
toda enseanza teosfica, y no debemos permitir que nos lo


REVIISTA TEOSUFICA CUBANA


PaG. 223







REVISTA TEOSICA CUBANA SEPBRE.-OCTUBRE


enturbien vagos e inconscientes resabios de materialismo. Qu
es, sino esplndida demostracin de ese dominio, la hazaa,
cientos de veces repetida, del hombre que emprende el Sendero,
y se aparta de la corriente evolucin humana, y apresura su
karma, y abrevia sus encarnaciones, tan slo, en lo hondo, por
el poder de su voluntad? Despus, qu horizontes de libertad
en la posibilidad de elegir entire siete grandes senderos de ul-
terior evolucin, an ms all de nuestro sistema! Y a, mi ver,
ms extraordinaria todava, la probabilidad de un cambio de
Rayo, que al hacernos volver a Dios por un camino distinto de
aquel de done procedimos, parece como alteracin por nosotros
introducida en el sublime Plan Divino... Cmo, ante tantas
muestras de nuestras prerrogativas, de nuestra herencia como
hijos de Dios, podemos a veces imaginarnos press entire un
engranaje ineludible, dentro del cual una mano extraa nos
lanzara? Aprendamos ms y ms a ser-como en el Evangelio
se nos incita-no ya siervos, sino hijos del Padre que est en
los Cielos, copartcipes de Su gloria y de Su poder... Bien
podemos aprenderlo en nuestra Teosofa que nos abre perspec-
tivas ante las que se siente hasta el vrtigo de la libertad...
Por otra parte, si no hubiese en el Karma ms que esa
accin y reaccin puramente mecnicas que algunos pretenden
ver, si no fuera susceptible de adaptaciones y variaciones in-
finitas, que pueden llegar, lgicamente,-y este es el fondo de
mi tema-hasta lo que se llama en biologa la mutacin, el cam-
bio violent y en apariencia inesperado, cmo explicar la exis-
tencia de aquellos elevadsimos series, los Seores del Karma,
cuya funcin consiste precisamente en retardar o acelera su
accin, en acumular o fragmentar sus resultados? Y, por qu
la humanidad no habra de tomar parte algn da en esa labor,
no como lo hace ahora, cual instrument inconsciente de de-
signios ajenos, sino en verdadera colaboracin, aportando el
concurso de su inteligencia y de su voluntad? Porque no hemos
de olvidar jams que, como muy bien deca C. Jinarajadasa,
no estamos aqu especialmente para sufrir o gozar, para me-
recer o desmerecer, sino para aprender a ser colaboradores de
la obra de Dios. Y cmo lo aprenderamos, si no fusemos
ms que meros autmatas sometidos desde el principio hasta
el fin de nuestro paso por la tierra a la accin y reaccin de
leyes externas, o remedando a Krishnamurti, simples tornillos


PG. 224







REVISTA TEOSFICA CUBANA


o ruedas en la inmensa maquinaria del mundo? Y desde el
moment en que creamos, introducimos fuerzas nuevas en nues-
tro Universo, sea este inmenso o diminuto... No olvidemos
jams que el gran Universo existe para nosotros. No para nos-
otros como mera humanidad, sino para las chispas divinas que
han de evolucionar en mundos inferiores al que les es propio, y
por lo tanto pudiramos decir que por encima de las leyes del
Karma y de la Reencarnacin, que condicionan nuestra evolu-
cin, est la gran ley, el inters supremo de la Evolucin misma.
As como se ha dicho en un libro inmortal: "El hombre es el
seor del sbado. El sbado se hizo para el hombre, y no el
hombre para el sbado", podemos nosotros decir que el hombre
no se hizoi para el Karma, sino el Karma para el hombre. Por
eso los Seores del Karma varan hasta lo infinito la aplicacin
de la ley misma, no dejndola pesar sobre nosotros sino en la
forma y media que convengan a ese inters superior. Esto
que ellos hacen, por qu no esperar que podamos en alguna
proporcin hacerlo nosotros con el mundo que nos rodeat Por
eso, cuando oigo decir que las guerras no pueden evitarse, por-
que dependent de causes krmisa, algo en mi se rebela y res-
ponde: "Si la humanida, si una parte siquiera de la humanidad
quisiera, las guerras podran evitarse". La guerra no es, en
s, ms que la concrecin, en violencia material, del odio y de la
separatividad en todas sus diversas formas,-sabido es que to-
las las emociones siniestras son variaciones del odio, y la sepa-
ratividad podra muy bien ser la llamada "el odio mental".
Tambin sirve la guerra, subsidiariamente podramos decir, pa-
ra la solucin de deudas krmicas. Pero reconozcamos que es
una solucin incomplete, ms bien hasta una solucin falsa, pues
crea a su vez nuevas causes funestas, segn la sentencia evan-
glica de que "el que a hierro mata, a hierro muere". Por lo
tanto, no podemos considerar la guerra como verdadero factor
pre establecido para la evolucin humana, por ms que digan
materialistas y aun espiritualistas de mentalidad algo tocada
de mecanismo. La guerra es un mal, producido por la igno-
rancia durante las etapas primitivas de la evolucin humana,
que los Seores del Karma tratan de aprovechar de algn mo-
do-puesto que existe-para el process evolutivo; pero en modo
alguno es necesaria para las etapas ulteriores de esa evolucin
misma. Imitando al pacifista materialista, podemos tambin de-


PG. 225


1931









cir a los espiritualistas que creen en la "funcin providencial"
de la guerra, que todos los beneficios que esta pudiera allegar
pueden obtenerse por medios infinitamente menos crueles y
tambin infinitamente ms eficaces. As pues, si la guerra es
la concrecin del odio,-la reaccin del odio puesto en accin,
para hablar el lenguaje del ms puro mecanismo krmico-nada
ms lgico que suponer que una intense corriente de frater-
nidad y de amor, perversamente sostenida en los plans supe-
riores por el anhelo ferviente y bien dirigido de muchos com-
ponentes de nuestra humanidad, pudiera llegar hasta la causa
misma de la guerra, neutralizando y aun disolviendo esas fuer-
zas de odio antes de que llegaran a descender al plano fsico
en forma de guerras. En cuanto a las deudas krmicas, bien
sabran los Seores del Karma liquidarlas por medio de muer-
tes violentas debidas a accidents, con la gran ventaja de que
en esos casos no caer sobre ningn sr human la responsa-
bilidad de convertirse en agent krmico de dichas muertes,
sino que ellas se debern a las fuerzas de la Naturaleza, y la
frrea cadena de que "el que a hierro mata, a hierro muere"
comenzar a romperse para siempre, gracias a los esfuerzos de
la evolucionante humanidad. Y no podramos dar un paso
ms, y suponer que ese inmenso esfuerzo en pro del amor y la
fraternidad, que sera necesario para evitar las guerras, lle-
gara a modificar en algo el karma colectivo de la humanidad,
desmenuzando, por decirlo as, muchas de esas futuras muertes
violentas en series de accidents, ms o menos graves o dolo-
rosas, pero nunca tan perjudiciales al progress del individuo
como el trnsito rpido y brutal de un plano a otro de exis-
tencia ?
Lo mismo podemos oponer a la idea del paso inevitable de
todos los miembros de Iga humanidad corriente por todas las
razas y subrazas, por medio de sucesivas reencarnaciones, con
el fin de adquirir, una a una, las diversas cualidades necesarias
a la perfeccin. Si aceptamos que el hombre que recorre el
Sendero realize en unas cuantas vidas la labor de perfecciona-
miento que de otro modo le exigira numerosas encarnaciones,
por qu no admitir tambin que una educacin much ms in-
teligente que la actual, que se adapte a las caractersticas in-
dividuales de cada nio, procurando desarrollar en l la mayor
cantidad possible de grmenes de perfeccin, pudiera acelerar


R&EVISTA TEOSFICA CUBANA SE~PBR1E.-OCTUBRE


PhG. 226







REVISTA TEOSFICA CUBANA


en mayor o menor media la evolucin de la humanidad, evi-
tando a muchos series la detencin forzosa en algunas subrazas,
o quizs hacindolos pasar por ellas, no ya como simples alum-
nos, sino como instructors de sus compaeros menos adelan-
tados Tendramos as, no slo la interminable espiral y el
spero y rpido Sendero de que nos habla Mrs. Besant en gr-
fico y soberbio smil, sino tambin, aqu y all, nuevos pequeos
atajos que evitaran a muchos la lentitud de tal o cual recodo...
No se nos ha dado por cierto el conocimiento de las leyes
de la Reencarnacin y del Karma para que nos sintamos fa-
talmente aherrojados a ellas, cual mero instrument' de fuerzas
superiores. Y a esta tendencia, a esta interpretacin, parceme
que pueden referirse algunos concepts recientemente vertidos
por Krishnamurti sobre el Karma y la Reencarnacin. No puede
l negarlas; pero no quiere tampoco que un sentido abrumador
de su magnitude e inevitabilidad paralice nuestros esfuerzos. Y
nos advierte con cierta violencia, como para sacarnos de nues-
tro estupor o despertarnos de nuestro ensueo. Y permtaseme
aqu una pequea digresin de carcter prctico. Esta insis-
tencia sobre nuestra libertad fundamental como condicin in-
herente a nuestro propio sr, y que por lo tanto habr de ma-
nifestarse ms y ms a media que seamos ms en realidad
nosotros mismos, es de capital importancia, para la extension
de nuestras ideas en el mundo occidental. Esto no es opor-
tunismo, ni much menos "traicin a la Verdad". Es que
debemos esforzarnos por mostrar lo que creemos la Verdad del
modo ms asequible a la idiosincrasia del que nos escucha. La
Verdad es una y eterna; pero estos conocimientos nuestros son
especialmente orientales, y una de las misiones de la Sociedad
Teosfica consiste precisamente en aportar al Occidente la Ver-
dad del oriental. Una gran caracterstica de Occidente es el
amor apasionado a la libertad. Y para que nuestra labor sea
fructfera, as como hemos procurado borrar de la palabra "nir-
vana" su supuesto significado de absolute aniquilacin, hemos
de empearnos en library a nuestra exposicin de las leyes del
Karma y la Reencarnacin de toda sugestin de abrumador
"anank", de inmvil fatalismo musulmn, igualmente repul-
sivos a la mente occidental.
Muchas veces pienso que precisamente se nos ha brindado
el conocimiento de estas dos grande leyes evolutivas con la


PKG. 227








PG. 228 REVISTA TEOSFICA CUBANA SEPBRE.-OCTUBBE

finalidad de que aceleremos nuestra evolucin aprendiendo poco
a poco a trascenderlas, al someterlas ms y ms al supremo
influjo de nuestro Espritu creador... Y si mis hermanos
piensan que me he dejado llevar demasiado de la fantasa, yo
amparar mis suposiciones bajo las animadas palabras de uno
de nuestros Maestros, que al hablarle C. W. Leadbeater de las
grandes perspectives abiertas ante sus ojos por la doctrine de
la Reencarnacin, le replic sonriendo: "Y eso que no hemos
hecho ms que levantar una punta del velo..."

RAQUEL CATALA.
M. S. T.















EL DIA DEL JUICIO Y LA RAZA VENIDERA

Por G. E. SUTCLIFFE

(Traduccin de "The Theosophist", por E. Medina).
I
Antes de finalizar la quinta Ronda, se nos dice que habr
un Da de Juicio, cuando las Monadas cuyos vehculos no hayan
evolucionado hasta cierto tipo, tendrn que retirarse de la
Cadena y esperar, para seguir su evolucin hasta poder entrar
en una Cadena future. (El Hombre...; La Vida Interna. C.
W. Leadbeater). Se presume, aunque nada se ha dicho defi-
nitivamente,, que este ser el nico Da de Juicio en la Cadena,
pero esto parece ser contradictorio a una regla que es aplicable
a los studios ocultos; la regla de las correspondencias, "como
es arriba as es abajo". De esta regla podemos deducir que
correspondiendo al Da del Juicio en la quinta Ronda, hay tam-
bin un Da de Juicio secundario en el Globo quinto de cada
Ronda, un Da de Juicio de tercer orden en la quinta raza-raz
de cada Globo, y un Da de Juicio de cuarto orden en la quinta
sub-raza de cada raza.
Si ponemos a la prueba de la observacin esta ltima in-
ferencia, encontraremos que la actual quinta raza fu formada
de la quinta sub-raza de la cuarta raza alrededor del ao 100,000
B. C. (El Hombre...) que sali del continent de Atlntida
en 79,797 B. C. y la gran catstrofe que destruy la mayor parte
de Atlntida ocurri en 75,025 B. C. Este cataclismo se debi
a una orden dada por el Jefe de la Jerarqua, porque la civiliza-
cin estaba en un nivel ms bajo que aquel que se deba alcan-
zar. As es que podemos llegar a la conclusion deducida de las
reglas de correspondencia que todo est de acuerdo con los he-
chos de la historic oculta.









Como esto da una evidencia prima facio de la proposicin
principal, podemos justificar, por lo tanto, un examen ms de-
tallado del problema en cuestin, y podemos primero pregun-
tarnos, si el actual Armageddon coincide con el Da del Juicio
de las razas, y si es de orden tercero o cuarto. Estos diferentes
rdenes se pueden as definir: El Da del Juicio de primer orden
retrasa a los delincuentes por una cadena. El Da del Juicio
de segundo orden retrasa a los delincuentes por una ronda. El
Da del Juicio de tercer orden retrasa a los delincuentes por un
Globo. El Da del Juicio de cuarto orden retrasa a los delin-
cuentes por una raza raz.
Es evidence que el Da del Juicio del ao 75,025 B. C., solo
poda ser de cuarto orden, ya que ocurri en la cuarta raza
raz, y el'Da del Juicio de una raza raz solo puede ocurrir en
la quinta raza raz. El Da del Juicio de Atlntida fu, por lo
tanto, de una sub-raza la quinta, qie siendo de cuarto orden,
retard a los delincuentes durante una raza raz, es decir, desde
la cuarta raza raz hasta la present, la quinta.
Podemos entonces suponer que Oduarpa y sus asociados que
causaron la destruccin de Atlntida se les suspendera su evo-
lucin durante una raza raz para volver en nuestra quinta.
Esto concuerda con las observaciones ocultas y se puede com-
probadi si nos referimos a la vision en The Herald of the Star,
de julio 1915, p. 334, confirmado adems por "Los Poderes Es-
pirituales y la Gran Guerra" por Sinnett y (The Theosophist,
feb.. 1916, p. 516, artculo de C. W. Leadbeater). As es que
el sistema de deduccin susodicho nos lleva a resultados que
estn de acuerdo con las observaciones. Esto establecido, po-
demos seguir con nuestra, deducciones con mayor confianza.
Como el actual Da del Juicio es en la quinta sub-raza y
tambin en la quinta raza raz, puede ser bien del cuarto' o ter-
cer orden, pero como no vamos a tener ambos, podemos razonar
que es de orden tercero, en el que los delincuentes tendrn su
evolucin ser suspendida durante un Globo, lo que implica su
transferencia de la tierra al planet Marte. Se unirn a la
"Ronda Interna" en la direccin opuesta. Este es uno de los
usos de la Ronda Interna, cuya utilidad no se confina o empujar
hacia. adelante a los ms vigorosos. (The Inner Life, C. W. L.
vol. II, pp. 308-345).
El nmero de emigrantes al planet Marte no parece que


REVISTA TEOSFICA CUBANA SEPBRE.-OCTUBRE


PG. 230









ser muy grande, debido a que el nmero original del tipo na-
ranja, del Globo A de la Cadena Lunar, que se convirtieron en
los Seores de la Faz Tenebrosa, era solamente de 2,000,000 (El
Hombre...) y han ido disminuyendo desde aquella poca (idem.
La transferencia de los delincuentes restantes no' se puede con-
siderar como un castigo de excesiva severidad, porque "las
!condiciones actuales del planeta'Marte son nada desagradables"
(The Inner Life, vol. II p. 410). Una fase que nos presumimos
agradar a los cientficos materialistas que nos abandonaron,
es, que la humanidad de Marte no tienen religion. No hay igle-
sias ni templos, ni un rincn donde orar de manera alguna, ni
sacerdotes, ni poderes eclasisticos. La creencia aceptada por
todo el mundo es la que nosotros llamamos un materialismo
cientfico. Nada es verdad sino lo que se puede demostrar cien-
tficamente, y para crer en algo que no se puede demostrar se
consider, no slo el colm5 de la insensatez, sinoL positivamente
un crime, al considerarse como un peligro para la paz pblica.
Por materialistas cientficos, me refiero a los) tipos endure-
cidos, el que cree que la fuerza es el derecho, cuya palabra de
honor es solo un pedazo de papeL` cuyo deseo es el de dominar
y oprimir al dbil, cuyo universe es un concurso fortuito de
tomos en la material, en el cual reside el poder y la potencia
de toda la vida future, y de cuyo celebro brota el pensamiento
como la bilis del hgado. El planet Marte no sera lugar agra-
dable a los altruistas y los materialistas nobles de corazn, de
los cuales hay muchos.
Si, por lo tanto, el Da del Juicio causa a los remanentes
de los egos del tipo color anaranjado ser transferidos a, Marte,
no se puede decir que el Juicio no est templado con la, merced,
ya que aun su sport favorite de molestarnos no les ser com-
pletamente prohibido. Estos conocimientos viejos podrn cru-
cificarnos astrolgicamente durante los cuadrados y oposicio-
nes de Marte, y tal vez inventar telescopios bastante poderosos
para ver nuestros movimientos. Sin embargo, por otra parte,
un vistazo por un telescopio corriente nos bastar y muchos de
nosotros nos quedaremos bastante satisfechos con solo ver. a
Marte con los ojos.
Cualquier pena que podamos sentir por esta partida eonia-
na, ser mitigada por un hecho de gran inters para nosotros,
porque no solo seremos llamados para apresurar la partida,


1 1931


REVIsTA TEOSFICA CUBANA


PG. 231







REVISTA TEOSFICA CUBANA SEPBRE.-OCTUBRE


sino para dar la bienvenida a los huspedes que llegarn. Hay
en Marte un grupo de msticos desarrollndose bajo un disc-
pulo de uno de nuestros Maestros. Evidentemente no estn del
todo confortables all, y no son oficialmente reconocidos. Al-
gunos de ellos se han podido comunicar con nosotros y han ins-
pirado algunos de nuestros poetas y novelistas. Por lo tanto,
cuando el grupo anaranjado siga hacia atrs en la Ronda In-
terior, este grupo de msticos sern llevados hacia adelante si-
multneamente, tal como la accin de las corrientes elctricas
negativas y positivas. Un cambio no es un robo y no tendremos
porque quejarnos. Y a no ser que Mr. Leadbeater, como un
expert comerciante de caballos, nos haya hecho trampa con una
descripcin demasiado favorable, vamos a salir gananciosos en
esta transaccin. Hay algunas personas en Adyar y en otras
parties que estn conformes en regatear a Escorpin y a Oduar-
pa bajo cualquier trmino, y cualquier quid pro quo ser con-
siderado como un caballo regalado, no se le examinarn los
dientes.
Esto nos lleva a otras preguntas. Son estos los nicos vi-
sitantes que llegarn, o hay algunos que aun no se han unido a
nosotros de la Cadena Lunar? El ltimo record de las llegadas
de la Luna fu hace 1.000,000 y 600,000 aos, durante la cuarta
raza. (El Hombre.) Estn clasificados como el Grupo (1). El
total de los Grupos que dejaron el cuarto Globo en la sptima
ronda de la Cadena Lunar, debido a que no podan seguir en el
progress de los Globos siguientes, lo detallamos para referencia:

(1).-Los Servidores ya nombrados, un grupo mixto de muchos grados, por
una caracterstica comn. (2) Un grupo de Egos muy avanzados que estn lle-
gando al Sendero-por la va de servicio, pero demasiado avanzados para clasifi-
carlos con el grupo primero, pero aun no estn lo bastante cerca del Sendero para
entrar durante la vida restante de esta Cadena. (3) Un grupo enorme de gente
muy buena, pero que no tiene el deseo de servir, y por lo tanto no se han encaminado
hacia el Sendero, y que formarn la mayora de la poblacin de Atlntida durante
su mejor perodo. (4) Un grupo pequeo y notable de Egos, unidos por una ca-
racterstica comn, la de un intelecto altamente desarrollado, genios futuros va-
riados en carcter y moral, destinados a dirigir en el future, pero no dedicndose
al Servicio, no mirando hacia el Sendero. Adems, tres grupos muy grandes. (5)
Buenos y a menudo gente religiosa, mercaderes, soldados, etc., bastante listos, cen-
tralizados en si mismos, pensando especialmente en su propio desarrollo y adelanto,
desconociendo el Sendero y sin deseos de entrar en l. (6) Burgueses, comunes,
dbiles, un grupo ms grande. (7) Gente poco desarrollada, buena y sin educa-
cin, la clase ms baja que tienen el cuerpo causal enteramente formado.


PG. 232








Se puede dar cuenta de todos estos grupos menos del Gru-
po (2) y se notar que son tambin Servidores y de un grado
ms elevado que esos que conocemos, los Servidores del Gru-
po (1).
Parece ser una regla general que los Egos ms avanzados
de la Cadena Lunar llegan al mundo ms tarde que los menos
avanzados. Los Servidores menos avanzados, los del Grupo (1),
vinieron a la tierra durante la cuarta raza. Entonces no ven-
drn los Servidores ms avanzados, los del Grupo (2), a la
tierra en la quinta raza? El Grupo (4) llega en cierto punto de
una raza, para powder llevarla al zenit de intelectualidad, y
entiendo que estn llegando ahora como lo han hecho anterior-
mente. Pero el Grupo (2) aun no ha llegado a ninguna raza.
No parecen ser Explotadores como los del Grupo (1). Cul
es entonces su utilidad en el plan ? Yo sugiero que su utilidad
consiste en conducir a la quinta raza al zenit de su espiritua-
lidad, para que la sexta raza pueda empezar de aqu a setecien-
tos aos. Esta es una proposicin asombrosa y vale la pena
hablar de ella.
Por qu ninguno de los Grupos de Servidores estaban con
el Instructor del Mundo en Galilea? Por qu ninguno de ellos,
segn estamos enterados, se encontraban entire el gran nmero
que se convirtieron en Arhats en la ltima aparicin del Seor
Buddha? Algunos estaban presents, lo sabemos, pero no se
convirtieron en Arhats. Hubieron conscripciones en estos dos
casos del Grupo (2) .de los altos Servidores? Qu hay sobre
esa secta extraa de Esenios, los contemporneos del Instructor
del Mundo en su ltima aparicin, que se parecan tanto a nues-
e scuela modern de Teosofa, y que parece que sus prop-
sitos fueron arrestados por la muerte repentina de Jess, el
vehculo del Cristo, as como tambin el desarrollo imperial de
Julio Csar, aparentemente por la misma razn? (The Theo-
sophist, Feb. 1916, pp. 537-8.) Por qu no estaba ninguno de
nuestro Grupo de Servidores entire los Esenios? Anteriormente
se haban asociado con frecuencia al Instructor del Mundo an-
tes de que El tomase el cargo. Por qu no en esta important
ocasin?
La profeca Sibilina contempornea con estos hechos vale
la pena recordarla, se da en la Doctrina Secreta, vol. III, p-
ginas 346-7.


REVISTA TEOSFICA CTjBA11T


PAG. 233







R-EVISTA TEOSFICA CUBANA SEPBRE.-OCTUBR


Ha llegado la ltima era del canto cumeano y de nuevo em-
pieza una de las grandes series de pocas que una y otra vez se
repiten en el curso de la revolucin mundial. Ahora vuelve la
Virgen Astrea y recomienza el reinado de Saturno. Ahora des-
ciende de los reinos celestiales una nueva progenie. Recibe t,
i oh casta Lucina!, con proficia sonrisa al Nio que ha de cerrar
la present Edad de hferro y abrir en el mundo entero la Edad
de oro... Nos har partcipes de la vida de los Dioses y ver
a los hroes en comunicacin con los Dioses, y los hroes y el
pacfico mundo lo vern a El... Entonces ya no temer la
grey al espantable len y tambin morir la serpiente y perece-
r la ponzoa de la engaosa plant. Ven, pues, oh Nio pre-
dilecto de los Dioses, oh gran descendiente de Jpiter!... Se
acerca el tiempo. Mirad cmo el globo terrqueo se extremece
al saludarte tierras, mares y los sublimes cielos.
"Estos son los que con mujeres no fueron contaminados;
porque son vrgenes. Estos siguen al Cordero por dondequiera
que fuere. Estos fueron comprados de entire los hombres por
primicias para Dios, y por el Cordero." (Rev.)
"Luego vi subir del oriented a otro ngel, que tena la mar-
ca o sello de Dios vivo: el cual grit con voz sonora a los cuatro
ngeles encargados de hacer dao a la tierra y al mar, diciendo:
No hagis mal a la tierra, ni al mar, ni a los rboles hasta tanto
que pongamos la seal en la frente a los servidores de nuestro
Dios. O tambin el nmero de los sealados, que eran ciento
cuarenta y cuatro mil de todas las tribus de los hijos de Israel".
(Rev. VII-2-4.)
Las palabras bastardillas no son mas, sino de madame
Blavatsky. ",Dnde est esa nueva raza que ha descendido de
las regions celestes?", pregunta H. P. B. Bien, dnde est?
Si era la raza de los Esenios, parece que han desaparecido, lo
que puede deberse a la muerte premature del Gua, Espiritual,
un hecho trgico que parece ser nico en las vidas relatadas de
los Instructores del Mundo. Algunos remanentes esparcidos de
la nueva raza pueden haber sido los Rosicrucianos de la Edad
Media. Pero la raza puede aparecer otra vez cuando vuelva el
Instructor del Mundo. Un interval de 2,000 aos quizs no
sea un perodo normal de reencarnacin para este grupo de
Servidores. Qu se puede decir de la nueva raza que uno oye
hablar de ella y ve en todas parties? La nueva generacin que


PG. 234









uno ve en la India, que es tan diferente al tipo ms viejo; la
nueva raza que el Departamento de Etnologa Americana des-
cribe; la nueva raza que Mr. Leadbeater encuentra en la Aus-
tralia. No sern stos parte de la progenie que "desciende de
las regions celestiales" y no pudiera ser que parte de este
Grupo (2) de Servidores superiores que haban sido reserva-
dos para traer la culminacin espirital de la quinta raza, y
as permitir que la sexta se forme en una fecha no tan lejana.
Hemos sugerido que el intervalo normal de una encarna-
cin de este grupo puede ser de 2,000 aos, pero hay otra hip-
tesis que podemos utilizar como una alternative. Supongamos
que el ciclo normal de una encarnacin sea de 700 aos, y dos
ciclos se han suspendido debido a la muerte del Instructor del
Mundo. Tenemos entonces una explicacin de dos perodos his-
tricos maravillosos, A. D. 600 y A. D. 1300. Este Grupo (2),
habiendo parcialmente encarnado en los Esenios alrededor de
100 B. C., hubieran encarnado normalmente alrededor de esa
fecha, pero no lo hicieron as; por lo tanto, estos dos perodos
en vez de ser pequeos zenits de luz y conocimientos, fueron
nadirs de obscuridad e ignorancia. Fueron pocas cuando el
mundo, en cierto sentido, perdi su alma. El ms misterioso
fu A. D. 600, durante la cual la civilizacin roman desapare-
ci; y cuando Europa, una vez ms, surge y he aqu cmo hemos
vivido otra vez otra poca mitolgica, con el rey Arturo de la
M-s.-, Redonda y los Caballeros del Santo Grial. Parece tal
como si hubisemos tenido un pralaya menor de la raza y podra
interesar a los astrlogos observer que en ese tiempo el Zo-
daco movible del occidente coincida con el Zodaco fijo del
oriented. Habamos llegado al fin de un ciclo Precesional de
26,000 aos, y empezado uno nuevo. Fu precedido por la en-
carnacin de San Patricio alrededor de A. D. 450, que sin duda
estaba llevando a cabo algn plan en cooperacin con el Manu.
Algunos nombres contemporneos, abarcando este perodo, con
las fechas aproximadas, indicarn suficientemente el carcter
de la poca.
A. D. 425.-Atila, rey de los hunos, Hypatia, Simen Sty-
lites; A. D. 450.--Iengist y Horsa, San Patricio, Genserico,
rey de los vndalos; A. D. 475.-Firoze, rey de Persia; A. D.
500.-Clovis, rey de los francos; A. D. 525.-Rey Arturo, Mer-
lin, San Benedicto, Teodoro, rey de los ostrogodos; A. D. 550.-


1931


REYIsTA TEOSFICA CUBANA


PG. 235







REVIsTA TEOSFICA CUBANA SEPBRE.-OCTUBRE


Totila, rey de los ostrogodos; A. D. 575.-S. Columba, Bru-
mhilda, reina de la Austrasia; Gregorio de Tours; A. D. 600.-
San Agustn, Apstol de los ingleses; A. D. 625.-Muhammad,
Heraclius, emperador del este.
Esto fu el comienzo de esa poca de obscuridad de la
quinta raza y dur hasta alrededor de A. D. 1000. No slo en
el oeste, era igualmente evidence en el este y particularmente
en la India.
Desde A. D. 650 hasta 950 rein sobre la India una noche
tan obscure como aqulla que cay sobre Inglaterra con los
reinados de Hengist y Horsa, o sobre Africa cuando, durante
los ltimos reinados de los emperadores heraclianos, cay en
la barbarie. Cuando volvi la luz, no se poda career. India no
se le conoce. Todos los viejos lares han sido barridos. ('
of India, Sept. 30, 1908.)
El segundo nadir de obscuridad en el siglo dcimotercero
fu conspicuo, aunque no tan profundo como el primero. El
papado estaba en el zenit de su poder temporal, y la Europa
se hundi en la ignorancia, fanatismo e intolerancia ms pro-
funda. El papa Inocencio III (A. D. 1198-1216) inaugur con
:ito una cruzada contra los albigenses en el sur de Francia,
quienes eran una rama de los Gnosticos y Esenios, y los des-
truy, utilizando para dicho fin las torturas de la Inquisicin.
As pasaron los dos nadirs de obscuridad que hubieran po-
dido haber sido la culminacin de luz y conocimiento. Entonces
empez el Renacimiento y de la gran cultural inaugurada por
Petriarco y Boccaccio (A. D. 1350), que produjo la era moder-
na, y el milenio de ignorancia (A. D. 400-1400) se t :-inii..
"Entre los mandamientos de Tsong-Kho-PF (que
dice fu una encarnacin del Buddha en el -ignl .'dli.n:e-
cuarto en Tibet) hay uno que ordena a los Ai hat.s ,e i.a-
car de dar luz al mundo incluyendo a los "..ii'aTrc.c ilii-
cos"' en cada siglo en cierto perodo del cicl-,'. (D .:. 1-,
pginas 407-12.)
El prximo perodo de encarnacin de este Grupo (2) de
Servidores debe llegar a su zenit en A. D. 2000, as es que ~-
iales de dicho Grupo debe de haber ya en la poca actual, y
estas seales ya son abundantes.
El asesinato del cuerpo utilized 'por el Instructor del
Mundo no envolvi la destruccin de un continent, como en el


PG. 236







1931 vEVISTA TEosFiCA CUBANA PG. 237

caso de la victoria de los Poderes Negros en Atlntida, pero
aparentemente se requiri una reconstruccin complete de la
raza, que tuvo que ir por algn tiempo en pralaya y volver
a nacer.
"Jess ben Panther, un sobrino de la reina Salom, quien
despus de estudiar la Teurgia Egipcia y predicar a la multi-
tud, fu proclamado durante cuarenta das, y despus apedreado
a muerte y colgado en un rbol en Lidia (un distrito del Asia
Menor conteniendo a las ciudades de Efeso y Sardes) alrededor
del ao B. C. 100", podra haber sido un Esenio. (Las Escue-
las Arcainas, J. Yarker, p. 157.)
Salom fu una de las mujeres mencionadas como present
en la crucificacin (Marcos, XV-40) y despus en el Santo Se-
pulcro (XVI-1).
"Se conjetura que ella era hermana de Mara, la madre
de Jess". (Ency. Brit. XXIV-85.) Los Ebionitas eran parte
de los Esenios, y entire ellos haba parientes de Jess y usaron
el Evangelio de Mateo; "vivan en una region cerca de los Mis-
terios Adonseos; consideraban que Jess consuma su aposto-
lado al descenso del Espritu Santo, y que su grado de Mesas
lo obtendra en su segundo advenimiento". (The Arcane
Schools, p. 159.)
En el entretanto una compilacin especial de las Escrituras
Hebreas se editaron en griego y especialmente aceptadas por
los judos de Alejandra. Esta version se conoce como la Sep-
tuaginat y es la base principal de la Biblia. Un crtico estima
la fecha de esta compilacin como alrededor del ao 96 B. C.
(Ecy 'Brit. XXIV-654.) Fu probablemente arreglada por el
Iintrilctir del Mundo como para resurgir del pralaya menor,
como las Escrituras de las naciones occidentales. Una de las
mni,_eras .1 atrae rdicho pralaya menor fu quitando los Mis-
tel'ri:,. iiie probablemente estn escondidos, bien seguros, de-
tras, de las letras de estas Escrituras del Oeste, ya que stas
son la base de la Maspnera. El ltimo lugar donde la Inicia-
.cin a los Misterios pe confera fu destruido por Julio Csar
47 B. C. o tres aos nnte: dle su muerte (marzo 15, 44 B. C.).
Esto probablemente se hizo.por orden del Manu (D. S. III-298).
El discpulo Je.-is,' ciy- cuerpo us el Cristo, reencarn
ms tarde en Apolonio de Tiana, al principio de la era Cristia-
na, y el principio de esta era se basa quizs sobre este hecho.







REVISTA TEOSFICA CUBANA SEPBRE.-OCTUBRE


Es muy probable que Apolonio de Tiana tuvo much que hacer
en la parte del Nuevo Testamento de la Biblia, ya que l viaj
much entire sectas msticas del siglo primero. (Apolonio de
STiana, G. R. S. Mead, pp. 65-81.) Gei-ralizaldI,. li-diimos con-
siderar la Biblia modern como Escrituri;-i.' rreg-i:lis en una
forma mejor adaptadas para la evolucin de las naciones occi-
dentales hasta el segundo advenimiento del Cristo.
Podemos llegar a una conclusion provisionalmente por
todo lo antedicho,. y esa es que debido al asesinato del Instruc-
tor del Mundo, el Grupo (2) de Servidores, que empezaron a
reencarnar con los Esenios, tuvo ese process suspendido hasta
el Da del Juicio de tercer orden de la quinta raza hasta que sta
se hubiese completado. Dicha suspension podra haberse arre-
glado quizs con el Manu Semilla, sellando temporalmente
los egos.
"Y vi otro angel descendiendo del este teniendo el
sello del Dios viviente; y grit con voz alta a, los cuatro
Sngeles, a quienes se les haba dado el castigar a la tierra
y a la mar, diciendo no perjudiquis a la tierra, ni a la
mar, ni a los rboles hasta que hayamos sellado a los ser-
vidores de nuestro Dios en sus frentes, y o el nmero de
ellos que haban de sellarse, y fueron sellados ciento cua-
renta y cuatro mil de todas las tribus de los hijos de Is-
rael." (Revelaciones. VII-2-4.)
Los ltimos versculos dicen que haba 12,000 de estos Ser-
vidores por cada una de las doce tribus. 144,000 servidores se
refieren otra vez en Revelaciones (cap. XIV), se nos dice:
"Estos eran los que no estaban profanados con muje-
res, porque son vrgenes. Estos son esos que siguen al
Cordero doquiera que El va. Estos fueron redimidos de
los hombres, siendo las primeras frutas de Dios y del Cor-
dero (verso 4).
Hay various puntos en lo arriba escrito que parece unir es-
tos 144,000 vrgenes con los Servidores del Grupo (2). Uno de
stos es su hbito de seguir al Cordero o al Instructor del Mun-
do doquiera que El va. Podemos notar que los Servidores del
Grupo (1). Esos con quienes estamos familiarizados tienen el
mismo hbito con respect al Instructor del Mundo de la sexta
raza, lo siguen a El doquiera que El va. Salieron de la Cadena


PG. 238







1931 REVISTA TEOSFICA CUBANA PG. 239

Lunar con El (El Hombre, p. 68 y generalmente lo siguieron
en las Vidas,
II
El Bo.lli.-atit\-a de la sexta raza abandon la Cadena Lunar
con Su rebao de Servidores, en el Globo D, en la sptima ron-
da. El Bodhisattva de la quinta raza continue hasta el Globo G,
tomando el voto de Buddha en el Globo F. (El Hombre.) Aho-
ra bien, siendo los Servidores del Grupo (2) ms desarrollados
que los del Grupo (1), se quedaran por ms tiempo en el Glo-
bo D de la Cadena Lunar y, por tanto, seran los compaeros y
asociados del Bodhisattva de la quinta raza y su Manu; algunos
parecen haberlos seguido hasta los Globos E y F (dem). Esta
asociacin con el quinto Bodhisattva en la cadena-lunar, des-
pus que casi todas las otras mnadas haban partido, dar ve-
rosimilitud a la frase que "ellos siguen al Cordero dondequiera
que fuere".
Como este Grupo (2) hubiese venido directamente de la
cadena-lunar en su sptima ronda, donde los dos sexos fueron
unidos en cada individuo, y aun no haban encarnado en la ca-
dena terrenal, tambin explica el por qu se les llaman vrgenes.
Pero su virginidad no es del tipo de Virgo monosexual, el signo
terrenal de Mercurio, sino del tipo de la otra casa de Mercurio,
el signo areo Gmini, los Gemelos Celestes, la virgen Herma-
frodita. Los signos areos gobiernan el plano mental, Manas,
donde los sexos se unifican y la generacin es por medio de
Kriyashakti, que se tiene que restablecer durante la sexta, raza.
Dbese tomar nota que la religion Cristiana, que est bajo el
mandato del Maestro Jess, ha dado gran importancia al celi-
bato del clero, estableciendo monasterios, mientras que los pri-'
meros cristianos amenudo vivan vidas solitarias en los desier-
tos cercanos a Egipto. Esto quizs fu un intent para preparar
el desarrollo de Kriyashakti, y se perdi grandemente debido
a que apartaron a las 144,000 vrgenes.


(Continucar.)









MALTINA TIVOLI

S Vigor Nutricin elleza

Pedidos: I-526i y 1-5281




JOSE ELIAS CASALINS
PRADO 13, ALTOS
Desea representaciones para venta en esta capital de
PRODUCTS NACIONALES Y EXTRANJEROS
Excelentes referencias.
Agente prstamos con garanta, firmas responsables, hipoteca
y mercancas.


ALDEBAR E RAN
ASTROLOGO

Es interesante, til y necesario, para quien quiera dirigir
consciente y ventajosamente su progress, conocer una delineacin
de su carcter, costumbres e inclinaciones por medio de su hors-
copo, calculado con exactitud y explicado. con veracidad.
Lo es tambin para los padres que quieran guiar a sus hijos
desde pequeos, fomentando las buenas cualidades que tengan y
ayudndoles a dominar sus imperfecciones.
Quien quiera un horscopo, escriba dando los datos siguientes:
nombre y apellidos, direccin postal, estado, da, mes, ao y hora
(lo ms exactg..p:sibl.) de su nacimiento, y lugar del mismo, acom-
Spaando la cantidad de .* 6..00 nou:idla official en efectivo bajo carta
certificada, o letra o giro postal a i, orden del

"Director de la Revista Teosfica Cubana"
Apartado 365,-HABANA.




University of Florida Home Page
© 2004 - 2010 University of Florida George A. Smathers Libraries.
All rights reserved.

Acceptable Use, Copyright, and Disclaimer Statement
Last updated October 10, 2010 - - mvs