Group Title: Revista teosofica
Title: Revista teosófica
ALL VOLUMES CITATION PAGE IMAGE ZOOMABLE
Full Citation
STANDARD VIEW MARC VIEW
Permanent Link: http://ufdc.ufl.edu/UF00073921/00018
 Material Information
Title: Revista teosófica
Physical Description: Serial
Language: Spanish
Creator: Theosophical Society (Madras, India) -- Seccíon Cubana ( publisher )
Publisher: Sección Cubana de la Sociedad Teosofíca
Place of Publication: Habana etc.
Frequency: bimonthly (irregular)[june, 1936-apr. 1938, sept./oct. 1942-1954]
monthly (irregular)[ former feb. 1917-may, 1936, july, 1938-aug. 1942.]
bimonthly
completely irregular
 Subjects
Subject: Theosophy -- Periodicals   ( lcsh )
Imprint -- Cuba -- Havana -- 1923-1939
Genre: periodical   ( marcgt )
Spatial Coverage: Cuba -- Havana
 Notes
Dates or Sequential Designation: Began in 1917?; ceased publication with July 1956.
Numbering Peculiarities: Publication suspended, June, 1933-Feb. 1934.
Issuing Body: Organo oficial de la Seccíon Cubana de la Sociedad Teosofíca, <1923-1939>
General Note: Description based on: Año 7, no. 1 (15 de enero de 1923) = 2a epoca.
 Record Information
Bibliographic ID: UF00073921
Volume ID: VID00018
Source Institution: University of Florida
Holding Location: University of Florida
Rights Management: All rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier: aleph - 002944312
oclc - 50336367
notis - APH5965

Full Text






REVISTA TEOSOFICA

Organo de la Seccin Cubana de la Sociedad Teosfica
FUNDADA EN 1905
Director: RAFAEL DE ALBEAR Administrador: GUILLERMO ORDOEZ
Direccin y Admn.: Oquendo 14, altos. Apartado 365. Habana.

PERMANENT
La Sociedad Teosfica es responsible solamente de los documents oficiales
insertados en la Revista Teosfica. La Secretara General es responsible
de los artculos no firmados; de los artculos firmados con el nomrbe o
iniciales son responsables sus autores o en su defecto sus traductores.
Advertimos a nuestros lectores, para evitar errors y confusiones, siempre
desagradables, que la nica, legtima y verdadera Sociedad Teosfica, que
fu fundada en 1875 por Helena Petrowna Blavatsky y Henry Steel 01-
coott, tiene su (uartel General en Adyar. (India Inglesa,) y que esta Sec-
cin Cubana que forma parte de ella, tiene sus Oficinas en la Habana,
Oquendo 14, altos, no teniendo relacin ni conexin con cualquiera otra
Sociedad que emple trminos relacionados con la teosofa, o diga que
profesa sus doctrinas.

AO VIII.-N'. 6.-15 DE JUNIO DE 1924.-2' EPOCA





NUEVA LOGIA



Con feclia 26 de Mayo ltimio ha quedado constituda en la Ha-
M;ln;i una nueva logia, a la que, con el nombre de LOGIA CON-
CORDIA, le fu expedida su correspondiente Carta Constitutiva
(in la fecha antes indicada. Son sus fundadores tres hermanos
iiiuemibros de la logia Anniie Besant, que, con otros nuevos miem-
bros, vienen a crear un n]uevo foco de lutz -. ..-.. i, (ie induda-
blimente, aportar grandes beneficios a la propaganda de nues-
1ras ideas y al bien de niiutros conciudadanos.
Su President es el s(or- Silvano Manzanares y su Secretario
1e senior Ramn Parada, siendo la direccin postal y residencia
de la nueva logia en la calle de Valle No. 18.
Nuestra ms cordial felicitacin, lo iismo a ls) tres antiguos
iniembros que a los de nuevo ingreso, por la dura, pero hIiermosa
o(ia que se han propuesto.








REVISTA


LA REFORM SOCIAL
Por Annie Besant

Alocucin Presidencial a la Conferencia de la Reforma Social
de Bombay.
Reunida en los dias 29 y 30 de Noviembre y lo y 20 de
Diciembre de 1923.
(Traducido por J. M. Lamy M. S. T.)

(Finaliza.)

Ellos notan el contrast con los dems y cunde el. descon-
tento, como es natural.
,Qnii es la inalterabilidad? Es nu estado artificial impuesto
a un gran nmero de personas por los Hindes muy ortodoxos,
que no denotan inferioridad de ninguna clase, como no sea que
el contact de una persona inalterable con otras, impida a es-
tas ltimas la celebracin de ciertas ceremonies de su re]igi<.i ,
*ya que se consider comoi deshonra o profanacin ese contai.tco.
Todos los extranjeros son mirados como intocables o inalterables
por gran nmero de Hindes ortodoxos, que van a baarse
tan pronto como ha sido inevitable su contact.
Es ciertamente una verdad que today persona que toca a otra
la ,ii. i i de algn modo, pues algunas partculas pasan de un
cuerpo a otro; pero esa inalterabilidad no procede de la cuna.
1Las enformedades ihaen esa transferencia ms evidence, y hay
megrrgaciones de aquellos que padecen de viruelas, fiebre es-
carlatina y otras i- [! i ..l.. que afectan visiblemente la piel.
La transpiracin o el sudor toman ciertas peculiaridades du-
rai e un acceso de .,,;, nu otras emociones fuertes.
(uando el sentido del olfato es afectado por una persona que
beb( aleahol,o fuman, o sufren de ciertas enfermedades inter-
as, pequeas partciulas de ellas entran en la nariz de las olras
y chocan en sus rganos olfatorios.
Lo que se denomina nuestro magnetismo, es afectado por
partiulas volatilizadas impalpables, y as sueesivamente. Un
perro puede seguir el rastro de un caminante por el olfato, mi
Sha olido suficientemente align artculo que haya usado. Son
estos hechos naturales y en ellos se fund la teora de la inal-
terabilidad. Pero o dependent del nacimiento, sino de la mane-
ra de vivir, ya que proceden de la vida. Y e'so es lo primer
que hay que comprender al0 ratar de e1la, tal cual existed







TEOSOFICA


.India. Los hechos falseados y exagerados, sostienen una es-
1ructura que es quimrica.
Hlay muchos parias que son alterables, y muchos de alta al-
curnia que son impasibles, es decir que si se les toca se corron-
pen o se deshonran. Si un individuo se me acerca y siento que
huele a alcohol, s que de su cuerpo intoxicado caen algunas par-
lculas sobre la superficie internal delicada de mi rgano olfato-
rio y me es muy desagradable su vecindad fsica. Son cosas que
no podemos evitar si vivimos en un mundo en el cual existen
muchos hbitos poco higinicos entire su pueblo, y cuyas poco
agradables emanaciones pueden esterilizarse cuando caen sobre
nuestros cuerpos, solamente por medio de privaciones, es de-
cir guardando nuestros cuerpos de tal manera que no ofrezcan
albergue a las partculas venenosas.
La impasibilidad en la India no depend de hechos natura-
les, sino de un prejuicio irrazonable sobre el nacimiento. Y el
mejor mtodo de estimular la elevacin de los sumergidos es
alirmando !ir.,j iii. ,i.- que no es el nacimiento de un individuo
lo que hace al hombre inalterable sino sus hbitos, si estos no son
limpios. Rlemos de decir que slo depend lel cambio de sus
costumbres el que puedan venir a la sociedad, y que'I osotros
los ,ayudaremos a cambiar: y para poderlo hacer debemos tratar-
los siempre con respeto y gentil cortesa, haciendo surgir en ellos
la elevada cualidad del respeto propio. Jams debe dirigirse una
paallbra grosera ni gesto algu'no de desprecio a un paria,.
Hlay un punto sobre el. cual quisiera saber la opinion de esta
conferencia, y es la siguiente: Deben los hijos de los inaltern-
bles, cuando estn padeciendo enfermedades producidas por la
suciedad, y a veces contagiosas, a causa de su degradacin so-
cial, al extremno (le emplear lenguaje y maneras indecorosas, ser
obligados a concurrir a escuelas en done se educan nios bien
criados, limpios y saludables, por negarse el Gobierno a autori-
ziar esas escuelas si en ellas no son admitidos los hijos de los
l'anclam.as? Yo tengo conexin con cinco Escnelas Panchamas
libres en Madras, y all observamos el mayor cuidado en la
limpieza y en .lo que podra llamarse pequeeces morales. De
ellas enviamos a los nios a las escuelas superiors y con el en-
trenamiento que han recibido, no perjudican a los dems escola-
res. lEmplean un lenguaje decent, y son corteses, brillantes y
tiles. Pero sin ese entrenamiento preliminary, hubieran sido cen-
iros de corrupein, y la culpa no halbra sido suya. Hay muchas
escuelas de niias, establecidas en gran part po' cuestaciones pi-
blicas, llenas de niias procedenteis de hogares done ven genti-
les maneras, oyen hablar correctamente y no presenciain nada
grosero ni censurable en las que si se admitiesen indistintamen-
le a ninos :Panchamas, las madres de las otras las retiraran in-







REVISTA


mediatamente, porque si las han estado guardando de todas in-
fluencias iiocivas, no las iban a exponer a ellas.
Yo no se de ningn pas libre en el que los nios de los arra-
bales, habituados, los pobres, a un lenguaje soz, a armar camo-
rras, propias de borrachos y de escenas impropias, y sin modes-
tia alguna, sean enviados a las escuelas de las classes refinadas.
esos nios educados y cuidados de los peligros de la calle, tienen
algn derecho al igual de los otros de los barrios bajos. Yo be
sido miembro de la Junta Escolar por el Este .de L.,ii.l,:.y he
visto all cosas que no debe ver ningn nio. De modo que no
estoy hablando sin conocimiento de las classes inferiores de all,
as como las de aqu. Y por eso mismo mantengo que debemos
elevar a los maltratados a un nivel superior, y no arrastrar a los
que viven decentemente al nivel de los de maneras y lenguajes
soeces.
Nosotros, los ms viejos, tenemos el deber de laborar por le-
vantar a los cados. Debemos llevarles pureza a los impuros, co-
nocimiento a los ignorantes, decencia a los indecorosos, fortale-
za a los dbiles.
Pero es tambin deber nuestro guardar a nuestros nios de!
contagio mental y moral, al igual del fsico, basta que tengan la
edad suficiente para cuidarse a si mismos.
En estos hermanos nuestros deprimidos, tiene la India una cla-
se, que en semejantes condiciones afrentosas ninguna otra que
yo sepa, puede rivalizarla. Su pacienia, su mansedumbre, su
utilidad y su carencia de nsia de vengarse, son maravillosas:
y la brillante inteligencia con que responded sus nios a la edu-
cacin es sorprendente, comparada con la que poseen otros nios
en condiciones similares en los pases occidentales. La India ten-
dr todava motivo de enorgullecerse de ellos, de estos sus an-
tignos hijos, pisoleados por los hombres durante tanto ti;,.mi''
Pero nosotros no podemos luchar por la libertad con manos lim-
pias. inientras aquellos que nos la retienen puedan indicar como
justificacin el tratamiento que damos a nuestros hermanos es-
clavizados. )mosles la libertad, mientras laboramos por la nues-
tr.i propia. Tratmosles como a ciudadanos, mientras reclama-
mos la ciudadana para nosotros mismos. Dejmosles ver al
Dios Oculto en ellos mismos. ('omprendamos que al torturarlos.
le torturamos a El, que nos dice, que al lastimar sus cuerpos, lo
lastimamos ;a El, que esta sentado en ese cuerpo.
Dimosle de comer a El, que tiene hambre, calmar su sed, vi-
sitarlo en su desgracia. ipara evitar que en nuestros odos re-
suenen a quellas palabras tristes y reprochables: "Lo que no li-
csteis por el mas infeliz de estos, mis hermanos, no la hiesteis
por mi".
Annie Besant.








TEOSOFICA


La Fraternidad aplicada a la vida diaria.


De la exactitud
Ser exact! No es esto generalmente el indicio de un carcter
sometido al control de la voluntad? Ser exacto, es decir, hacer to-
das las cosas cuidadosamente, con el mayor discernimiento posi-
ble, con todo conocimiento de causa, es ser dueo de si mismo, es
amar el pensamiento verdadero, el acto verdadero, la palabra ver-
dadera. No ser exacto, no es ser verdadero, es algunas veces men-
tir a medias, es an a veces tambin, mentir per (deber). ('cni..s
iombres se imaginan estar desprovistos de todo espritu de men-
tira, mientras que la mayor parte de sus palabras no son ms que
mentiras inconscientes!
En nuestros pensamientos como en nuestras conversaciones,
cintas cosas inexactas! Sea que no hayamos estudiado suficiente-
mente, reflexionado, o que nuestras observaciones hayan sido fal-
seadlas por nuestra negligencia en ver bien, en tocar bien, en es-
(echar bien.
Se nos contestar que no pudiendo conocer jams de manera
precisa, !a media segn la cual nuestras observaciones son err-
cnas por consecuencia de la mayor o menos imperfeccin de nues-
11ios sentidos, estaramos reducidos al silencio. No. Esto es una
exageracin; La afirmacin y el silencio constituyen dos armas
much ms peligrosas y much ms difciles de manejar de lo
que se supone. El que sabe ser exacto puede ttilizarlas como con-
viene.
Pero cmo podemos saber si somos exactos o no? eundo de-
bemos afirmar, cundo debemos de guardar silencio?
Yo creo que mientras no hayamos aprendido a controlar
nuestros juicios basndonos en una larga y slida experiencia, no
sabremos si somos exactos o no. He aqu la palabra : Experiencia
,:ifii que uno se ha ejercitado en considerar el menor de sus
gestos, la menor de sus palabras y el ms insiunificante de sus pen-
samientos, lo que implica un serio examen de conciencia. Raros
son sin dida los que se toman la molestia de volver sobre lo que.
ellos han pensados, dicho, o escrito, pero esos llegan, tarde o tem-
prano a larse cuenta de sus errors, de lo que deberan haber cia-
llado o expresado; ellos adquieren poco a poco un juicio ms y
is seguro a media que basan este juicio sobre las leyes mismas
que ellos descubren por el constant paralelo que ellos establecen
entire los buenos y los malos pensamientos que han tenido. Temo
(ql viajan por una comarca desconocida, sin trazar el plano del







REVISTA


pas que ellos recorren, sin anotar nada de los detalles que se
ofrecen a su vista. Un tal viaje no puede tener una gran utilidad
y lo propio sucede con el viaje de la vida si nosotros no dibuja-
mos el plano; dibujamos un tal plano es observer toda nuestra vi-
da interior :as como sus manifestaciones exteriores, es anotar cui-
dadosamente todo eso para considerarlo a la hora del. reposo. El
plano desplegado sobre las rodillas, es examinado dndose uno
cuenta entonces del camino recorrido, del estado exacto de la co-
marea explotada, de lo que uno ha echo, de lo que uno debiera
haber hecho, de lo que uno har los das siguientes en presencia
de tal o cual circunstancia.
Por colnsiguiente, sin examen de conciencia, sin un retorno a
si mismo no hay experiencia, no hay nocin de lo verdadero, por
el contrario, el viajero que sabe estudiar el plano que l ha traza-
do extrae C.e l lecciones aprovechables de las cuales l deduce le-
yes, leyes que poco a po'co precisndose, le permiten afirmar, sur-
gerir o guardar silencio.
Una dle las mejores pruebas que podemos tener de nuestra
inexactitud es la negligencia y poco cuidado que dedicamos a los
pequeos detalles de la vida corriente; citas, modo de vestirse, co-
rrespondencia, modos de hablar etc.
Consideremos hoy la inexactitud en las citas.
Por 1o regular no se es exact a una cita dada, ms que en
los casos en que se arriesga perder la estima de aquel que nos es-
pera, o dejar de hacer un buen negocio. Esto no es exactitud sini
egoismo. El que es verdaderamente puntual, est siempre animado
de in grin espritu d.e fraternidad y l pierde en egoismo para
ganar en sabidura ; a l no le gusta ya hacer ;sperar al amigo que
debe ver, ni tampoco a su inferior al cual haya sealado una en-
trevista; 'legar siempre a todas parties con algunos minutes do
adelanto, prefiriendo esperar que ser esperado. Tales hombres, por
desgracia, no son la mayora y basta asistir a una conferencia y
tomar nota de los que llegan tarde, que, sin cuidarse de los
oyentes ni del conferencista que estn nolestando, no titubean en
hacer ruido con las puertas y con las sillas y abrirse camino entire
la multitfl.
Los mismos no tienen tanmpoco ningn in oniveniente en reti-
rarse antes de terminar, an cuando el lugar que ocupan les obli-
ga -a. seguir todo un plan de campaa para ganar la salida. Tal
conldueta es lejos de ser fraternal; por otra parte ella prueba quei
el retardatario se preocupa poco de la deferencia que l debe al
conferencista y a los oyentes. Sin duda las exigencias de la vidc;
no le permiten siempre llegar a la hora dada, o permaneeer, du-
rant" cierte tiempo, en el mismo punto; -pero el que desea no ser
la casa (le vinguna descortesa ni de ninguni a molestia para: sus
hermanos se arreglara siempre (e mantra (le pasar desapercii-
do. Estos detalles no tienen valor alguno a los ojos del miundo or-








TEOSOFICA


dinario, pero el aspirante a ocultista y los tesofos deben insistir
sobre estas pequefas pruebas de fraternidad bien comprendidas
y no tienen mejor ejemplo que el de su Presidente la Sra Besant,
siempre ian puntual a pesar de sus numeroso-; trabajos .
Ser puntual es aplicar el principio de Fraternidad a la vida
diaria, es tambin prepararse para servir mejor. "iOh se dice a
vcees, si yo fuera discpulo, yo sera puntual pues las tareas que
ittonces me incumbiran seran importantes; pero ser puntual a
1as i,. ~,f -,11. ; a las citas, etc... todo eso es tan poco importan-
te!" Tal razonamiento separa sencillamente al individuo del sen-
dero del discpulo: el estado de discpulo no lleva consigo las vir-
tudes que deberamos tender en la vida corriente, sino que por el
contrario, la adquisicin de esas virtues es lo qu econduce al tr-
nino del sendero.
Gastn Revel.




Explicacin ocultista de los terremotos
Por Arturo Ossandon de la Pea.


Oonferencia dada en la Logia Arumdhati, de Santiago de Chile
el ao de 1923.

Procmrar la mayor concision deseable al desarrollar los tpi-
cos que debo abarcar en esta conversacin con vosotros.
No ell li1l....te su importancia, el tema de la Geogenia o
formacin y consolidacin del globo que nos hospeda, habr de
ser, as mismo, bosquejado grosso modo, lo suficiente para, evi-
denciar las diferencias capitals existentes entire las enseanzas
,le la Sabid ura Arcaica que dicen su relacin con la gnesis del
sistema solar; y las hiptesis que acerca de tal magna cuestin
formula la ciencia official contempornea.
Los textos de Astronoma firmados por hombres de studio
europeos o americanos, afirman que todos los planets de este
sistema solar son parcelas-de la masa inconmensurable del Astro
Rey, escapada dtel ncleo primitivo por la lnea tangente, por
'uiiisa del movimiento rotatorio inicial, comn a todos los cuerpos
'l estes.
De este modo. los planets seran vstagos director de] Sol:
'arne de su carne y esencia de su esencia.
El Sol y sus ocho hijos habran constituido la unidad prima-
l'a nebular, desprendindose estos ltimos uno por uno con in-
termedios de tiempo y espacio que escapan a nuestro anlisis,
Y lanzndose, cada cual por su cuenta, a rodar por el Eter Cs-


157








REVISTA


mico, tanto como se los permit la tutela paterna: la atraccin
central.
Esta teora nos lleva lgicamente a la deduccin de aue los
satlites de cada planeta, son a su turno, desprendimientos par-
ciales de su genitor, y voltejean, encadenados, a su alrededor.
en virtud de la conocida Ley de Newton.
Las revelaciones brahmnicas difieren substancialmente de
esta concepcin occidental de la formacin de nuestro sistema,
y refieren que el Sol no es el padre de los planets sino inicamen-
te su hermano mayor.
Establecen que el Ritmo vibratorio inicial cuyo origen, ex-
tensin y potencia jams podr abarcar ni comprender la mente
humana, empieza por limitar una. comarca nebular determinada.
como las estupendas nebulosas de Orin o de Andrmeda, la
cual, sometida al process vibratorio del Gran Hlito Incognosci-
ble, conclude por decantarse-podramos decir-y en virtud de
la Ley de afinidades qumicas; se condensa o coagula en centros
de fuerzas, originando una primera concentracin o agrupacir
molecular de elements simples pero que ya contienen en grmen
los principios constitutivos necesarios a su posterior desarrollo
en formaciones espiraloides que luego se aplanan y toman contor-
nos anulares y esfricos.
Como es de concebir, esta coagulacin atmica no es sincrnica
ni simultnea dentro de las extensions inacabables de la masa
nebular.
Primeramente, se destaca un ncleo central, como en cual-
quier lquido sometido a una reaccin qumica en una cubeta de
laboratorio; y luego ste, crece por smosis, y emite radiaciones
activas que ayudan a la decantacin general en su obra lentsiuma
de concrecionar nuevos ncleos en otros puntos de la masa some-
tida a su influjo.
Siguiendo el hilo de estas orientaciones, tendramos pues, que
el sol, y los planets; y stos y sus satlites, no tienen relacin
de padres a hijos; sino de hermanos co-uterinos, como los siete
jiii,,t. (le Lara, y son generados dentro de una matriz celeste-
"Virgen antes y despus del parto"-y siguen flotando como en
un lquido anmitico, dentro del Eter csmico que les di la
vida, colectivamente.
Ahora bien, la existencia de este "lquido amnitico univer-
sal", o sea el Eter csmico, primario, de las doctrinas vdicas:
el Archeus, de los Gnsticos griegos, etc., haba sido negado; y
ms que negado, ridiculizado, por los hombres de Occidente, que
imaginaron un espacio fro, nebro y vaco, en torno de cada cuer-
po celeste.
No obstante, las ltimas investigaciones de Jaraduy, de Ra-
nisay; de Crookes, y de ese ilustre fsico: lord Kelvin, ampliadcis
recientemente por el sabio Profesor Reynolds, establecen a fire
la efectividad de la existencia de un flido imponderable, invi-
sible e intangible que llena los espacios intersiderales; avanzando








TEOSOFICA


el Profesor Reynold la atrevida afirmacin de que este extra-su-
til element cosmognesico tiene una densidad diez mil veces ma-
yor que la del agua, y que su presin media es de 750 mil tonela-
das por pulgada cuadrada.
Los positivistas ya se acercan a la Doctrina secret, Ilelinholkz
ha reconocido un 4~ estado de material: la radiante; y Baskerville,
-n 5%, el ter congelado. i Ya es algo!
A la pueril objecin que algunos recalcitrantes formula de
que no creen en la existencia de este Eter genitor porque no le
ven ni le palpan, contestaramos nosotros qn: tampoco los ojos
humans ni nuestros sentidos corporales, ven ni palpan los ra-
vos ultra-violetas, lo cual no es bice para negar su existencia
como energa dinmica ultra-potente y perennial.
La Mecnica Celeste, de Laplace, que preconiza la teora de
cuerpos planetarios emanados direct y sucesivamente del Sol,
se presta a series contradicciones, imposibles de explicarse ra-
cionalmente.
Procurar la mayor concisin deseable al desarrollar los tpi-
cos que debo abarcar en esta conversacin con vosotros.
Si tomis una redoma con mercurio, o con. agua, y la impri-
ms un fuerte impulso rotatorio siempre en la misma direccin,
observari(s que en virtud de la fuerza centrfuga llega un ins-
tante en que se escape por la lnea tangente en un punto cual-
quiera de los hordes, una gruesa fraccin que seguramente ad-
qIirira contornos anulares como los anillos de Saturno; y luego si
pudiese seguir girando alrededor del foco emergente con la mis-
ma velocidad inicial ldel impulso separatist, replegara su cohe-
sin mondica, concluyendo por adoptar la forma esferoidal de
los planets.
Esta bolita de agua o mercurio, en razn de suo peso, ser
1....1 a la mayor distancia apreeiable de la reidoma en rota-
cin. y, lgicamente, su -dimetro ser mayor que el de las res-
tantes, porque a media que disminuye en cada ocasin el lqui-
do de la. cpsula emisora, menor es la masa escapada por el bor-
de, y menor la distancia a que es lanzada desde el foco dima-
lante.
Ahora bien, suponed que fuera possible a los globitos de nues-
lro relato seguir girando sin cesar en torno de su masa-madre;
y lograsen solidificarse paulatinamente y desarrollar los grme-
nes de vida que cada cual arrastr consigo a su partida.
Ilabramos de convenir forzozamente en que la primer bur-
buja ser la de mayor volimen, y deber adquirir mayor den-
sidad .. 1... .-ca, con relacin a las siguientes, en orden de anti-
iiledad, en razn de su mayor edad y de su enfriamiento ms
avanzado. Por esta misma causa, envejeeera, tambin, por ex-
trida ley natural primero que sus congneres,
Oeurre esto en nuestro sistema planetario?








REVISTA


De ninguna manera.
Refirindome nicamente a los planets catalogados ,por el
clculo astronmico, o los ecuatoriales de los telescopios moder-
nos ,tendramos que Neptuno debiera ser el planet de mayor
volmen y peso -.,,.ril,.-,; siguindole en escala descendente,
Urano, Saturno, Jpiter, Marte, la 1'-!, i, Venus, Mercurio y
Vulcano.
Esto es incontrovertible.
Empero la Astronoma no ensea que Jpiter es el astro de
mayor volumen en el cortejo planetario; y que Saturno, el ter-
cero en la gestacin celeste ideada por Laplace, es ms liviano
que todos, y puesto en parangn con la densidad de nuestro glo-
bo, deberamos flotar como un corcho sobre las aguas del Ocano.
Cmo explicarse semejante anomala?
Todos sabemos que Venus, Marte y La Tierra, de creacin
ms reciente, segn Laplace, son astros ms ,iivejeeidos que Ura-
no, Saturno y Jpiter, los cuales se hallan todava en pleno es-
tado gaseoso-gneo, cono lo estuvo el mundo que habitamos du-
rante su perodo primario.
Qu puede decrsenos de tan grave contravencin a las le-
yes universales: inmutables y eternas?
Y si de los planets, pasamos a los satlites, la contradie-
cin es ms flagrante todava.
(omo es 1gico, una masa de material menos emanada de otra
cien veces mayor, tendr que seguir invariablemente la direccin
que esta fltima le imprimi en el momento de la reparacin: y
si debe proseguir su march en virtud del la ley de la atraccin
o gravitacin universal, coniinuar, su movimiento rotativo pri-
mitivo en el rumibo tomado a su partida.
Ahora bien, si todos los planets, segn lo reza la ciencia ofi-
cial, giran de Occidente a Oriente, tenemos necesariamente que
proclamar que todo satlite signe voltejeando en torno del ecua-
dor de su padre respective en idntico movimiento rotativo; per-
pendieular a1 plano horizontal de s rbita.
Pero ocurre que los satlites de Saturno girain en nulo rec-
to sobre el plano ecnatorial de ese astro; cruzando sus tlos polos:
y que en iJpiter, dos de sus lneas van de Este a Oeste; y las res-
tantes "n sentido contrario.
Explquenos la Astronomia modern tamaas incongrunciins.
si se quiere que aeeptemos-memina discre.pante-sus postula-
ciones doimticas.
Y tened present, sefores, otra cirenustancia agravante nos autoriza para rechazar de plano a Laplace y sus discinlos.
[La Ciencia consider la Luna como ms vieja que la i', i' '
Ya estn agotados e1 oxgeno y el hidrgeno de su atmsferi.
y por tanto, no hay agua en sus remotos leIcos de ocano. nii
reserves le nieve en sus cadenas de montaias caducas.







TEOSOFICA


La ley cclica de Vidla planetaria pas ya por sus siete fa-
ses en lo que llamamos enfticamente nuestro satlite, y nosotros
liemos ]heredado sus fuentes de *~. ._., y su dinamismo kintico.
Nadie ignora la ...!. 1,.r i efectiva que Selene ejerce sobre
la fisiologa humana, mxime en el perodo catamenial femenino;
y en ciertos desarreglos en la gestacin intra-uterina de los em-
briones protoplsmicos.
Si todo lo anterior es un axioma i,'11. ... llegaramos al
absurd de un cuerpo minsculo ya cadver nutriendo a su ma-
dre, mayor en volmen en eunas, 7' II avas parties de su pret.
rita hija.
Y es que la Luna jam.s sali de las entraas de la. Tierra.
(omo lo ensea la Teosofa, ambas son hermanas; y ocupan
los dos polos de una :,_ i 1 geomtrica ovoidal, en una rea si-
deral cuyos bordes se interipenetran cuando la Luna se halla
en su apogeo; y de aqu el nexo de unin cuyos efectos se hacen
sentir mensualmente con tanta intensidad sobre el planet
nuestro.
El Ocultismo hind sabe que hubo una poca durante la
cual, por razn de sus respectivas densidades, fu la Tierra
quin rotaba en torno de la Luna ;cambindose los papeles cuan-
do nuestro astro, alcanz con respect a aquella el especfico de
uno a 0.71, de hoy.
Se impone, por tanto, en virtud de estos considerandos, pres-
tar mayor f a las aseveraciones del Ocultismo oriental, en sus
cosmogensicos y cosmogrficos; y sentar como verdad cientfi-
(a incontrovertible que el Sol es el hermano mayor de este siste-
nma.. y hace el rol -de saco pericardial de tan gigantesca nihbula;
lanzando las pulsaciones rtmicas de su energa a todos sus her-
manos, hasta los apartados mbitos en que moran.
De este modo, el gigantesco Helios y los planets son miem-
lfros de una misma familiar sideral ligados entire s por la male-
ria hiperfsica en la cual todos nacieran: interia que sirve de
vehcilo a los imensajes fraternos que recprocamente se envan,
en ... i. de ondas vibratorias que interpenetran sus fot6sferas
respectivas, y se traducen tu i-, de luz. calor, sonio, nuigne-
tismo y color en maravillosa solucin de continuidad.
Tras Asto abordaremos otro tpico de esta conversacin.
La geologa admit el echo de efectuarse peridicamente.
en trmminos mAs o m1enos prolongados un cambio complete mn el
centro de gravedad del planet: y por tanto una notable deriva-
cin sobre la vertical del eje rotatorio de la Tierra. C,, iin .
pues, lo asegurado por Mmie Blavatsky, en la Doctrina Secreta.,
sobre que estos cambinos son en nimi ro de site, y coinciden coe-
tneamente con la aparicin en nuestros Globos lde otras lantas
Razas raIles. o Razas padres, como la HIiperbrea. de la los esquimales y lapones, son los ltimmos vstagos: 1:i Lemiriea.







REVISTA


con sus sub-razas negras del Mozambique y la Nigricia; la Atlan-
te, en sus postreros brotes, los aborgenes de la Amrica Orien-
tal, y costas del Africa septentrional, los Aros, etc.
Los studios de los fenmenos ssmicos hechos por algunos es-
pecialistas, particularmente por el Profesor Milne, en el Japn,
tienden a ..n 11, u aquella ;,t iI i.:..l! de Mme Blavatsky que
el levantamiento y la submersin de los continents, se lleva a
cabo de una manera casi imperceptible pero continue; y que va-
rias naciones registran en su historic violentos cataclismos geo-
lgicos; como la destruccin por el fuego del inmenso continent
lemrrico; y por el agua de la remota Atlntida; y colosales te-
rremotos; debidos a la ,ithi w de la Luna y los planets; y
ai a la de modestas y todava, poco estudiadas constelaciones.
Las conclusions a que ha llegado el Profesor Mitne confirman
la version teosfica de que nada tienen que ver los terremotos
con los volcanes, como lo estableca la antigua teora cientfica
positivista; ni tampoco son fenmenos locales debidos a causes
engendradas en la vecindad; sino grandes y lentas ondas; inmen-
sas ondulaciones, denominadas ahora disturbios ssmicos, a que
la costra terrestre est constantemente sugeta, producindose es-
tas ondulaciones tan libres y continuamente en lugares en los
cuales los terremotos son casi desconocidos, por ejemiplo: en
la Europa. Central Oriental; como en los puntos amagados con
frecuencia por las convulsiones ssmicas, verbigracia, las isla. de
la Polinesia y las costas occidentales de toda la Amrica.
D!ebemos, pues, descartar la tcora de la "repentinuidad" o
"espontaneidad" de. los grades movimientos de la corteza te-
rrestre; con su -cortejo terrorfico de terremotos y maremotos;
para reemplazarla por la certidumbre ocultista de que en reali-
dad en todo instant y lugar la costra terrquea est oscilando
con mayor o menor fnerza, dependiendo que las vibraciones al-
cancen a la periritria del globo en forma violent o atenuada, de
factors externos que ms en adelante habremos de analizar.
('Con el mrilo de lo expuesto, se impone aceptar el ,f.,'i.-,n i
. ...i.. ,.,< de que es la obra gradual de las fuerzas internal de la
Tierra, la que. an sin valerse de cataclismos, produce en el co-
rrer del tiempo, grades ,ambios en los mares y en los continen-
tes, por manera que1 la evolucin del globo march pari pass, con
las de las razas que sucesivamente le van habitando.
En corroboracin de lo dicho, pued o manifestar que no hace
much tiempo, los orandes diaries de New York sorprendieron a
sus lectores con la intranquilizadora noticia de que la costa sobre
la cual se levanta la orgullosa motrOpolis se est sumergiendo
leuia pero seguramente a razn de unos cuantos pies en cada si-
glo. hasta que llegar fatalmente el minuto en que sea tragada
por las ai8 uas del Ocano.







TEOSOFICA


Otro tanto ocurrir en las costas adyacentes a San Francisco
de California, en la Bretafia !.....- i. ; en Inglaterra y en varias
regions de Holanda y Alemania. Por la inversa, en otros puntos
del planet verbigracia la Groenlandia, Australia, Java y Suma-
tra; etc., el suelo se est levantando apreciablemente, varias pul-
I1 por ao.
A causa de pruebas fidedignas de estas destrucciones espas-
mndicas de los continents, r-,!i ..1 -, alternativamente por el
fuego y lor el agua, citaremos las investigaciones del escocs Wi-
Iliam Niven, quien bajo los auspicios de la. "Sociedad Americana
de Geografa", ha explorado el Estado mexicano de Guerrero,
encontrando en los valles baados por el ro (olorado, una co-
marca extenssima llamada por los indgenas: "Quechmixto pli-
can"', la ''Tierra de los Huesos", porque se encuentran capas y
ms capas .de huesos, humans hasta profundidades considera-
iles, arrojados all por alguna horrible convulsion del perodo
terciario, durante el cual fu destruida, as mismo, la Lemura,
por el fuego.
En cuanto a la destruccin por el agua, ah tenemos el caso
de la Atlntida, sumerjida en el fondo del Ocano que hoy lleva
su nombre.
Despus de las pacientes investigaciones de Donellg, de Pea-
body; de La 'Plongeon, y en particular, de Scott Elliot, ningin
hombre de ciencia que se respeta puede ya permitirse dudar de
la efectividad de la existencia de la Atlntida hasta hace ochenta
mil aos; y de su submersin bajo las aguas; echo corroborado
taxativamente por Platn, al narrar en un pasaje de su "Tmeo";
el hundimiento del ltimo girn de la Atlntida ; la isla de Pois-
sedonis: acaecido de improviso, conjuntamente con sus sesenta
millones de pobladores, en el ao 9,600, antes de J. C. Y sabido es
que Platn no menta !
Las portentosas revelaciones de la Paleontologa constituyen,
paralelamente, slidos arguments testimoniales de esas verda-
des histricas.
El informe nublicado en 1901)3 para exploring de la Pata-
gonia. demuestra que "sa apartada region austral es un inmenso
cementerio de extraordinarios y hoy, extinguidos saurios, perte-
necientes a las ms tiempranas edades del mundo.
Esto demuestra que f'ormaba parte de un continente antiqu-
simo; y que gozaba de un clima tropical, como today la ice-
muria.
Esto .pruleba, tambin, que los Polos de la Tierra no estaban
situados en done al present se encuentran; y eomprueban ple-
namente la teora ocultista de los site cambios del eje de nues-
tro planet, a que tantas veces se refiere "La Doctrina Secreta".
No ha much, se dijo en la prensa chilena que no reenerdo








REVISTA


cul naturalist europeo haba constatado que los moluscos y
crustceos de agua dulce examinados por 61 en nuestras islas de
"Juan Fernndez", pertenecan a la misma especie y grupo, de
los por l encontrados en las islas Hawai, distant muchos miles
de millas marinas y el nico modo de explicar semejante cir-
cunstancia es admitir en que Imbo una poca en que ambos grupos
de islas no eran ms que prominentes altiplanos de un mismo
sistema ,..:, ,i...., hoy desaparecido de la superficie.
Finalmente, y ipara no citar ms antecedentes, mencionare-
mos como la Arqueologa ha venido a comprobar fehacientemen-
te las i .i ...... .. de la Teosofa sobre estas alteraciones peri-
dicas del mundo que habitamos.
Las investigaciones 'del doctor Le Plongeon han despertado el
interns de los )pfblicos estudiosos para explicarse de un modo
rational las impresionantes similitudes que existen entire las an-
tigiiedlaes de la Amrica Central y las provenientes del Ejipto
fuara nico...
Una exepdicin cientfica, organizada por el Museo de Arqueo-
loga 'Peabody hizo importantsimos deocubrimientos en las gran-
des ruinas de Ceopan, ciudad que parece haber sido la Capital
del ....... ible Imperio de los Magos, en una poca tan anterior
lala invacin de los Azteeas, como sta lo fu de la conquista
espaola.
Cuando estos lerritorios fueron hallados por Garca de Pala-
cio en 1576, los aborgenes haban olvidado por complete la his-
toria de su ciudad.
Las excavaciones actualmente llevadas a cabo en Capan y
en Patennue. (Yucatn) atestiguan que las construcciones mayas
tienen un asombroso parecido con las del Ejipto pre-histrico;
y el Profesor Putman, director del \i..... Peabody, concepta
esos hechos uno de los mas grades misterios del siglo.
Para los estudiantes de Teosofa, tal misterio no existed pues
saibelmos perfectamente cque en perodos de la Pre-HIistoria remon-
tados a 800 mil aos, la civilizacin atlante llev su potent cho-
rro de lu'.i hasta todos los pases baiados por el Sahara, entonces
un anheuroso mar: y a las comarcas del Mediterrneo, la Libia
y el Egipto inclusivee.
Per'. no deseo desviarme del objetivo principal; y prosigo mis
apuntes so!re (Geologa, estudiando someramente los qpuntos de
yisia de la Ciencia Moderna y los de las enseanzas n arcaicas.
Al particular dice lo que siane: el arudito professor de la Tni-
versidad de Bruselas, seor Carlos Ruiz quien describe a ines-
ro G(lobo como dividido en site Zonas, o emboltras concntri-
cas. a moido dle una cebolla a saber:
"--La zona slida es totalmente rgida, puesto que el pndu-
lo horizontal demuestra icerto grado de deformidad en su con-
glomierado.








TEOSOFICA


2 -La zona de plasticidad latente, en que las impresiones se
trasmiten en todas direcciones.
3-'La zona ziscosa, cuya material constitutive puede alimen-
tar volcanoes por sus aberturas.
4'-ILa zona l,i.i, ,. que penetra insensiblemente la anterior.
5"-La zona de los gases ordinarios o susceptible de licuefac-
cin, bajo la presin creciente de las capas superiores.
6'-La zona de los gases mixtos en que las temperatures de
los cuerpos son muy diversas, hallndose algunos de ellos en es-
tado gaseoso; y otros todava semi-slidos.
7"-La zona nuclear, probablemente slida y metlica (!!).
En sto la ciencia modern est de acuerdo con elocultismo
oriental pues segn nos relatan las sacratsimas doctrinas roca-
cruces, (Vir Max-H-eindel. Concepcin Rosacruz del Cosmos". i To-
mo [II! Pg. 211 y siguiente), como se ver en el diagram que
ihe trazado en la pizarra, nuestro Globo est en realidad, en nue-
ve capas, empezando por la exterior, como sigue:
19-Tierra Mineral. Esa es la cubierta o costra externa de la
Tierra, descrita por la Geologa, en lo poco qec ha logrado peni-
trarla.
2--Estracto fludico. La material de este ts2bfiuo.HRDLUUU
2"-Estrato fludico. La material de este estrato es ms fludi-
ca que la precedent, pero no es lquida, sino mis bien parecida
a una capa espesa y viscosa. Tiene la cualidad le expansion (co-
mo la nitro-glicerina) excesivamente explosive; y slo queda man-
tenida en su lugar por la enorme presin de la corteza exterior.
Si i ,, .. sacada sta, el estrato fludico desaparecera en el espa-
aio produciendo una formidable explosion.
S--Estr-to vaporoso. En los dos que precedent uno hay fuer-
zas conscientes, pero en este estrato si que existed una corriente
de vida intensa que interpenetra todo el planeta.
40-Estrato aciroso. Aqu estin en germen, todas las clulas
<(ie luego afloran a la -l,' i. *. .. como pnerzas 1 iicas cons-
tructoras de los minerales y los vegetables.
5--Estrato Germinal. Los .i. Iii. .... materialistas se han vis-
to burlados en sus esfuerzos para descubrir el origen de la Vida,
renaciendo de la material que se consider muerta. Pero es que ig-
lloran que el Principio Vital, es anterior a las forms muertas;
o en desgregacin molecular. Dicho Principio Vital constituy las
inneras much antes de su condensacin tras la corleza slida de
la Tierra, al igual del escarabajo, que primeramenete es blando,
SluIego endurece su caparazn, mientras su cuorpo perimanece ge-
lalinoso, hasta que internamente se reseca y mere.
60.-Estrato Igneo Aqu es necesaria una aclaraci6n previa.
Llamamos la atencin del pblico hacia la aparentemenete ex-
traia correlacin que existe, entire las diversas envolturas o ea-








REVISTA


pas de la Tierra, con los cuerpos orgnicos animals y an ve-
getales.
Comprense a la luz de la analoga stos y aqullos, y se lle-
gar a la pasmosa conclusion de una unidad de origen que no
puede ser ms patent y sugestiva.
Los rboles tienen una corteza externa; luego un pigmentum
que les transpasa su color caracterstico; luego una inextricable
red de fibras o filamentos que llevan la savia vital a todas parties:
en seguida, una caipa de material vizcosa que interpenetra al tron-
co y las rams, y finalmente, un estrato interno, o corazn jugo-
so, que parece ser el asiento de la sensibilidad, ya que es cosa
probada que los rboles y las plants experimental dolor o pla-
cer o tristeza como los series semovientes.
En los animals; el hombre inclusive; idntica distribucin.
Uina primera capa o corteza de triple texture: la epidermis, luego
el pigmentum que da el color a la piel; luego la zona fibrinosa,
con su tubera de arteries, venas y vasos capilares que llevan
la sangre a todo el organism; las capas musculares con la ma-
teria vizcosa, 1 linfa que llena los'intersticios entire clula y clu-
la; todava, una red nerviosa, que distribuyen la sensibilidad a to-
do el sistema; y por fin, una extructura sea, que juega en el
cuerpo, anonado, el rol que el centro metlico eni el planet.
Esto es uno de los ms portentosos axiomas de Teosofa, pues
corrobora el gran precepto hermtico de que as como son las
cosas del cielo; son las de la tierra; las mismas leyes y process
genitores del Macrocosmos; o sea el Universo; virgen para el Mi-
cros; o sea la. Tierra; y para los Micro-organismos que ella
genera y alimenta, por manera que no se sonran demasiado aque-
llos de los seores oyentes, no iniciados en estos studios, si les
digo solemnemente que la ierra es un planet vivo, que es un
cuerpo vivo que se nutre y siente placer o dolor, como eca.lquiera
de los que aqu estamos presents; dentro de las modalidades pe-
culiares a una manifestacin de Vida que nosotros apenas si po-
demos colegir.
(Continuar.)


EL SENDERO DE LA LEY
LA COLERA
221.-Desembarazaos de la clera. Despojos del orgullo.
Sacudid todos los lazos. El que no est sujeto por el nombre y
la forma, el que no posee nada, a ese no le toca el dolor.

222. Aquel a quien la clera le asalta, pero la contiene co-
mo un carro en march, a ese le llamo yo un cochero. La ma-
yora de los hombres slo tienen las riendas en las manos.








TEOSOFICA


Las bases cientficas de la Reencarnacin
Por Hugh R. Gillespie.

Traducido por E. Flix, M. S. T.

(Finaliza).

La persona de notoria Individualidad puede estar en un
tgrpo, pero no ser del grupo. Decimos generalmente que tiene
dos aspects en su carcter, uno que entendemos y otro que se
nos escape.
(onocemos tambin frecuentemente a personas que bajo la
presin de las circunstancias muestran inesperadas profundidades
en su carcter, y capacidades en cosas en las que nunca han
tenildo experiencia en esta vida. -.1.. w. -i i' slo el caso de
Mlozart, quien a la edad de cuatro aos, tocaba y compona pie-
zas complicadas, demostrando un conocimiento de la tcnica y
de la msica que era completamente impossible hubiese adqui-
rido en esta vida. Lo que ocurre en casos como ste es que he-
mos atravesado la inestimable personalidad y llegado al
Ego eterno; al alma. con todo su inapreciable caudal de expe-
riencias y de conocimientos. Hemos atravesado el velo transito-
rio de la personalidad y ipor medio de la individualidad nos po-
nlemos en contact con esta parte indestructible del hombre que
perdura en la eternidad, por much que puedan cambiar la per-
sonalidad o el cuerpo fsico.
La. Individualidad es ese aspect del alma (lue siempre bri-
lla a pesar de las radicals transformaciones ti- .-. Soy fsica-
miente un hombre muy distinto del que comenz este viaje de
conferencias, hace poco. Las moleculas que component mi cuerpo
lnii sido todas reemplazadas por otras diferentes, y sin embar-
go. soy el mismo. La misma vida late en cada nervio y clula,
y debo ser siempre el mismo, no perder nunca mi identidad, an
si 'perdiese mis brazos y piernas o hubiese permanecido enfer-
mo en caina, durante various afos. Es evidence, pues, que debe
habler alguna part o aspect en m que perdura y es recono-
cible. aunque cesen las partculas fsicas: algo que vive aunque
(1 cuerpo muere, y ese algo debe ser ese aspect del alma eternal
llamado Individualidad.
Ahbora bien, si el Ego persist de esa manera a pesar de las
repetidas nmuertes de las partculas del cuerpo durante la vida
t'ica. es probable, por lo menos, que persist despus que el
cierpo muera. Si la reenearnacin es admitida en el caso de las
molcuilas y clulas que forman el cuerpo, debe ser admitida en
caso







REVISTA


en esa, en sa perdurar despus de la muerte del cuerpo como
un todo y durante la muerte de sus parties, es igualmente proba-
ble que perdure reencarnando en nuevos cuerpos.
La. reencarnacin es de hecho una necesidad para la existen-
cia de la Individnalidad como un aspect del alma y le proporcio-
na las experiencias peridicas necesarias para el desarrollo del
alma, y lo que e> necesario existed.
Antes de pasar a nuestra ltima part, la Herencia, sera
bueno indicar que como estamos tratando slo de las repetidas
vidas terrenales del alma, no es possible exponer arguments de-
tallados en pr6 de su existencia. Este es un echo nuestro pos-
tulado, y slo podra ser debidamente tralado en una conferen-
cia separada titulada "El Nacimiento del Alma.'
Puede, sin embargo, afirmarse que todo argument que ha-
ya sido expuesto en favor de la personalidad y de la individua-
lidad. puede, con igual energa y justificacin, ser utilizado en
apoyo del concept de la existencia del alma.
Herencia. Volvamos a tratar de la Herencia, de la cual dar
tres definiciones:
(1) Ta. IHerencia puede ,. lia n .. como las potencialidades
de las experiencias pasadas adaptndose a las exigencias pre-
sentes.
(2) La Herencia represent las desarrolladas capacidades
del pasado, manifestndose en el present.
(3) Es una utilizacin en el present de los resultados de
las experiencias pasadas.
La principal funcin (le la herencia es pues la conservaecin
y trasmisin de las cualidades y atributos desarrollados por
medio de las experiencias en las vidas pasadas. Imiplica que cual-
quier tendencia o atributo fsico que result til tender, a con-
servarse y a persistir y a llegar a ser parte de la. estructura f-
sica de ese animal determinado. Implica, para tratar el temia
ms en contact ccn nosotros, que las tendencies que hayan sido
seleccionadas pueden convertirse en atributos o caractersticas fi-
jos y transmisibles, y que ii..., i -. i por la seleccin, la criatu-
ra qtue conocemos es la suma (le todas esas caractersticas.
Slo necesitamos mirar a nuestro alrededor los animals do-
msticos para conveneernos de la teora de la herencia. Podemos
seleccionar, cultivar artificialmente y fijar cualquier rasgo que
deseemos aparezca y convertlirlo en una caracterstica perma-
nente.
El bhombre, sin embargo, actila con i.... -, totalmente distintos
de los de la naturaleza. Conserva una estructura especial en el
animal o plant, ,para suplir sus necesidades, mientras que l1r
naturaleza desarrolla la estructura o los atributos a fin de mejo-
rar la respuesta, del ainmal a su medio. Esa es la funcin de todf;
modificacin o mejora en la estructura.








TEOSOFICA


Que la funcin siempre precede al rgano, ha llegado a ser
casi axiomtico, y cuando lia funcin se suspended el rgano o
se adapt a la nueva funcin o se atrofia.
Tomemos por ejemplo el rgano que en el hombre se llama
el pulgar.
La caracterstica especial del pulgar es, en general, una ca-
pacidad de oposicin inherente y especializada. La oposicin es
la funcin del pulgar.
En el caso del hombre, sin Pnbargo, el pulgar ha desarro-
llado una habilidad especializada de -. ~.T i;.: particular: oposi-
cini a los dedos, tanto individual como colectivamente. La es-
tructura del pulgar se adapt a las necesidades del hombre con-
forme surgi la ocasin. La funcin motiv y condicion el r-
gano.
El homl;re ha desarrollado as una funcin especializada de
la funcin generalizada, y ha modificado el rgano para llenar
las necesidades de la funcin especializada. La funcin siempre
precede al rgano.
Quizs la principal caracterstica que ha distinguido al hom-
bre del rest de los animals es el hecho de que puede hacer he-
rramientas, y este arte no pudo nunca haber evolucionado con la
ausencia del pulgar. Toda cultural, toda civilizacin tuvieron por
base el powder ejecutivo del pulgar, y este powder es slo el aspee-
lo en la accin de la funcin que responded al impulso del alma
o llamamiento psquico, el cual es a su vez transmitido por me-
dio de la mente y de los centros emotivos.
1E1 caballo es otro ejemplo, quizs ms adecuado, de las rac-
ciones y di...1Ii i .:i ..[.. de los atributos hereditarios; del desa-
irollo y mejora de una part de la estructura por medio del uso
consiguiente y complementaria alteracin o deterioracin y atro-
fia de otras parties de la misma estructura por medio del desuso.
La intensificacin de la funcin en una direccin impele a la des-
aparicin de la alteracin de la funcin de otras.
Ntiestro caballo actual, es el resultado de muchals modifica-
ciones y desarrollos durante muchos millones de aos.
Una investigacin de la evolucin del caballo me convince
(le que el antecesor primitive del caballo era un animal peque-
o0. como del tamao de una foca que, sin embargo tena cinco
dedos en cada pata.
Esto :e demuestra por el testimonio de la geologa, pues en-
contramos que quedan del perodo eoceno primitive los fsiles
del mismo animal con cuatro dedos en las patas de alante y tres
en las de atrs. Y conform levantamos capa tras capa, hasta
llegar a la pliocena, encontramos que el process de la absorcin
ha progresado tanto que todos los dedos menos uno han sido
absorbidos en la estructura de las patas, mientras que el dedo
iedio se ha desarrollado tanto que lleva todo el peso del eue-po,








REVISTA


convirtindose las uas en el casco de reerno de los caballos ac-
tuales.
Otras pruebas concluyentes nos somunistra la embriologia,
pues el embrin del caballo reproduce en miniature todas las
etapas mencionadas desde los cinco dedos hasta uno.
Ahora bien, estos ejemplos de desarrollo evolutivo tienen lu-
gar de acuerdo con la triple ley que la ciencia llama Recapitu-
lacin, Retardacin y Aceleracin. Y en relacin con esto,
el resultado neto de las conclusions cientficas hasta la fecha
se inclina fuertemente a la aceptacin de la idea de que las mu-
taciones o cambios en las caractersticas estructurales tienen lu-
gar en repuesta a la accin de alguna "ley de la vida intrnsi-
ca y desconocida" o "fuerza internal de desarrollo".
Cuando analizamos esto a la luz de la Teosofa logramos es-
tablecer ciertos contacts aparentes entire el plano fsico y el del
alma, que suministran los medios de accin y actuacin de la
"fuerza internal de desarrollo" de que se habla arriba.
Podemos, pues, afirmar lgicamente que:
(1) La funcin es una cualidad no satisfecha.
(1) La cualidad es un aspect del carcter.
(3) El carcter es la suma de las cualidades que distinguen
a una criatura de sus semejantes.
(4) El estmulo a que todo esto responded, viene del alma y
es transmitido por la Individualidad.
As pues tenemos a :
(a) La individualidad : .....i -i. rl ....- inor el carcter.
(b) El carcter expresndose por las cualidades.
(e) Las cualidades actuando como estmulo de las fun-
ciones.
(d) La funcin expresndose por la peculiaridad en el r-
gano.
(e) El rgano actuando, ejecuta-ndo, haciendo el trabajo.
La Herencia es pues.la base del desarrollo del alma, pues to-
da modificacin en la estructura es simplemente una respuesti
a la demand progresiva por desirrollo en direccin determina-
da de part de la entidad que reencarna, el alma. La herencia
es pues una prueba del desarrollo del alma y del modo en que se
realize.
Aliora bien, para resumir y concluir. Comenzamos dando por
hecho la necesidad de la reencarnacin como el inico modo po-
sible de permitir al alma obtener las experiencias necesarias pa-
ra su desarrollo.
Encontramos despus que la Inmortalidad y la Eternidad eran
los principios bsicos de la Reenearnacin, y fases esenciales de
la Lev de Conservacin de la Naturaleza. Decidimos despus que








TEOSOFICA


la Energa y la Materia eran 'anlogos a Espritu y Substancia,
que ambos estaban sujetos a una ley peridica en relacin con
el tiempo y modo de su manifestacin.
Ms tarde vimos que la Personalidad, limitada como esta-
ba por la forma, era tan impermanente, que necesitaba algo por
el estilo de un receptor o registrador permanent de las impre-
siones y experiencias, y que podramos encontrar esto en la In-
dividualidad, o aspect del Cuerpo Causal del alma.
Y finalmente encontramos que la Herencia en su actuacin
era una base 'para el desarrollo del alma en el sentido de que ca-
da modificacin en la forma era simplemente una demand de
parte del Ego por un mejor medio de ii, -t i, y contact;
y adems que la funcin actual de la herencia era sellar esa for-
ma mejorada y transmitirla como atributo fsico permanent.
Encontramos, por tanto, por nuestro process de observacin
y anlisis, que no slo hay correspondencias en las operaciones
de los fenmenos naturales, sino que hay tambin una identi-
dad final de los principios fundamentals que nos permit asegu-
rar que hay una base cientfica para la Reenearnacin.



Notas de la Liga Internacional de

Correspondencia

Las ltimas noticias que nos llegan del Africa del Sur, denotan
una intense actividad por parte de los pocos miembros que all tie-
ne la S. T. La lucha es dura a causa de la obstruccin que el pre-
juicio racial les interpone; pero el ideal de los Maestros va triun-
fando al fin.

Una logia de Guayaquil nos informa, por conduct de su Presi-
dente, del format de sus sesiones, entire otras cosas, dndonos
cuenta de la originalidad de introducir la msica en las mismas,
cotidianamente.

De Casablanca, Marruecos, nos piden consejos-que habrn de
ser fraternales-relacionados con la necesidad de levantar el esp-
ritu que parece decado de los miembros de la Sociedad y de la Or-
den en aquel hermoso y extenso territorio.
Realmente sera muy til para todos los tesofos powder entrar
en relacin con aquellos hermanos, al objeto de adquirir conoci-
mientos preciosos relacionados con various asuntos que estn de
acuerdo con nuestras rijosas enseanzas.
J. del C. Velasco.








REVISTA


LAS SIETE LLAVES


STUDIOS DE SIMBOLOGIA Y CORRESPONDENCIA
Por Jacob Bonggren M. S. T.
De "The Teosophist", de Marzo de 1924.
(Traducidos por J. M. Lamy, M. S. T.)


I EXOTERICO Y ESOTERIC.
Bien sabido es que las palabras tienen ms de una. .;i;,h-.., .',
Siendo esto as, una misma palabra puede interpretarse y com-
prenderse de modo diferente, no solo por distintas personas, sino
tambin por las mismas en diferentes ocasiones, cuando la palabra
est asociada o combinada de modo diverso. Por ejemplo, la pala-
bra esoilrico, que significa 'lo interno" y "lo oculto", es para al-
gunas personas algo as como la etiqueta puesta por los clarividentes
para manifestar algo de lo que han experimentado, o como una in-
terpretacin ofrecida de cosas exotricas. Cuando El RBuddhismo
Esotrico fu publicado, hubo muchos que pensaron que los hechos
manifestados e impresos pblicamente en profusion, es decir, exte-
riorizados, eran todava esotricos, y que lo que se divulgaba abier-
tamente, continuaba siendo oculto.
ladame Blavatsky disip esta ilusin en las pginas abiertas de
su Doc/rina Secreta Vol 1, done aclar que todo aquello dicho
: i......1. l 1, no poda continuar siendo esotrico por ms tiempo
y que el Hermano Sinnett nos haba dado en su libro el ncleo de
todas las verdaderas religions, y no solo del Buddhismo.
Tambin dijo ella que cuando titul su libro La Doclrina Secre-
la, no significaba con eso que lo que ella publicaba para que todo
el mundo lo leyera, quedaba todava, secret, solo que converta, en
exotricas algunas parties de la doctrine oculta para la multitude
hasta entonces, dando al mismo tiempo indicaciones para descu-
brir mas de lo que permaneca oculto.
Un o3ultista que desea hacer esotricos algunos de sus conoci-
inientos, no sigue llamando esotrico a lo que se dice abiertamente.
El present varios problems para que se solucionen e insina la
manera de resolverlos.
De esos problems e insinuaciones hay un nflmero inmenso en
la granl obra-imodelo de II. P. B.. y po rest razn y no por otra,
es su nom bre aprolpiado y bien escogido.
En una carta al Hermano Sinnett el Maestro K. I. dijo bien
elaramente el ntodo de la enseanza esotrica. Dijo que "los sis-








TEOSOFICA


temas tradicionales de ensianza" por la, Iermandad a que El, (el
Maestro) perteneca eran "provocar la perplejidad", hacienda que
el nefito busque. y encuentre. Y luego aiiada: "Si descubris el pro-
blema por vos mismo, tendr el deber de decroslo as."
Lo Esotrico es para nosotros cualquier problema que no ha-
yamos resuelto todava, algo que es aun en secret para nosotros,
cualquiera indicacin que se nos ha dado que todava no hemos es-
tudiado ni investigado.
Y.lo exotrico es para nosotros los problems aquellos que ya he-
mos solucionado, todos los secrets que liemos descubierto, todas
las insinuaciones que liemos aceptado y seguido. Mientras menos
sabemos, mayor es el nmero de cosas que para nosotros son eso-
1 ricas; y mientras ms sabemos, menor es el nmero de los secrets,
de aquello oculto para nosotros.

II EL SISTEMA ESOTERICO
'" Las figures y los nmeros son'llaves en el Sistema Esotrico."
(La Doctrina Secreta, Tomo I, p. 188.) En estas breves palabras
nos di \1 Ii Blavatsky ms valiosas indicaciones para nuestros es-
tudios de. Esoterismo. Tratemos de recorder que cada palabra es
una figure, una figure de la oracin, que cadla palabra es tambin
ni nmero, ya sea singular o plural, y que cada letra de una pala-
blra correspond a cierto nmero. De ah que cada palabra de una
sentencia sea una llave para el Sistema esotrico, y cada sentencia
111 nmero de esas leaves.
Otra cosa tambin vemos, y es que hay mas de una llave. Las
distintas asociaciones de palabras no pueden menos de dar signi-
ficados diferentes tambin a las palabras empleadas. Tomad por
i, ,!,1.. el adjetivo "azul." Ponindolo solo significa cierta vibra-
ciOn de color; pero si se pone el nombre "cielo" a su lado, es cla-
ra la. aplicaein, puesto que describe el color del firmamento. Si po-
nis el nombre floor c bras "yo siento" a su cabeza. y entonces tenemos la descripcin de
una sensecin de algo fro o melanclico, poirque el azul es frio y
apasible. un color sombro cii comparacin con el rojo, el naranja
o el amarillo, que son exciitantes, calientes y brillantes.
El Dr. Franz Hartmann nos lda en su libro:: "Con los Adep-
tos". una bella explicacin <1:1 fundamento numrico de las lla-
v'es, que dice as:
"Vosotros sabis que cada smbolo y signo oculto, desde un sim-
ple punto hasta el tringulo double entrelazado. y hasta la rosa y la
(crz, tienen tres significados. El primero es el exotrieo, que fcil-
iente se comprende; el segundo es el esotrico, de significado secre-
to, qui: puede explicarse intelectualmnte; y el tercero, que es el ms
,misterioso y profundo. (e de -i,,ri ..,l., spiritual, no puede expli-
'arse, sino que .i,,i cual tiene que experimentarlo espiritualmente
por s misimo. A esa experiencia prctica e internal se llega por el








REVISTA


poder de la intuicin, o sea, la facultad por la cual el alma siente
la presencia de cosas que no pueden verse con los sentidos corpo-
rales. Si una persona siente una vez cosas interiores con su corazn,
las ve por su vista internal, y comprende sus atributos, y entonces
es un iluminado, y prcticamente un Adepto."
"Asi como el nmero Tres es un product del Uno, asi tambin
el Siete se produce del Tres; porque por una combinacin de tres
nmeros o letras surgeon cuatro complicaciones, formando con el
Tres original, el nmero Siete, y entonces no hay meramente tres,
sino site explicaciones de cada smbolo. Ved, por consiguiente,
que el asunto es muy complicado y require un studio profundo.
("Con los Adeptos"', pp. 118-119.)
Mad. Blavatsky menciona el sistema septenario de las leaves en
todas sus obras. En una de las primeras pginas de su "Doctrina
Secreta", Tomo I, dice:
"Hablando de las leaves de los Misterios del Zodiaco, casi per-
didas para el mundo, hizo notar la escritora hace unos diez aos en
"Isis sin Velo," que "Dicha llave ha de girar siete veces antes de
lue se divulge el sistema en su totalidad. Nosotros la haremos gi-
rar solo una vez, permitiendo as al profano una vislumbre del mis-
terio solamente. Venturoso ser quien todo lo comprenda."
"Puede decirse lo mismo de todo el sistema Esotrico. En estos
tomos se explica much ms. El que esto es'ribe apenas conoca
en aquellos das el lenguaje en que estaba escrita la obra y estaba
prohibida entonces, la revelacin de muchas cosas que ahora se di-
vulgan libremente. Es faclible que en el Siglo Veinte, algn disc-
pulo mejor informado y much ms preparado, sea enviado por los
Maestros de Sabidura, a dar pruebas terminantes e irrefutables
de la existencia de una ciencia denominada Gupta Vidya; y que, a
semejanza de las fr. ni -. del Nilo, antes misteriosas, el origen de
todas las religions y rii..-li.., que ahora se descubre al mundo,
fui olvidado durante muchas edades y al fin se encontr." (1). S.,
1. p. 22.)

III EL LENGUAJE DE LOS MISTERIOS

Algunas veces se trata, por excelentes razones, de las distintas
leaves como si fuesen dialectos de un idioma universal. Sabemos que
cada palabra en una lengua, es un smbolo de alguna cosa, y no la
cosa misma. (iCuando hablamos de una flor, la palabra que la simbo-
liza y significa no es la floor misma, sino su figure, su smbolo en
nuestro discurso. Todas las palabras son smbolos en todos los idio-
mas, como todo idioma es una coleccin de smbolos. Sabiendo lo
que significant en una lengua las diferentes figures y smbolos, sEt
conoce esa lengua. Mad. Blavatsky nos dijo que el idioma Senzar,
o mejor dicho, las figures y smbolos que asi se denominaron, con-
sista enteramente de cierta clase de jeroglficos, que significaban








TEOSOFICA


objetos, [)pnsamientos y sensaciones. Y respect a los dialectos de
un idioma universal, dijo:
"El gran sistema arcico conocido desde las edades prehist-
ricas como la sagrada Ciencia de la Sabidura, que est contenida
y puede delinearse lo mismo en las antiguas que en todas las nue-
vas religions, tenai y tienen todava su lenguaje universal,-que
ya sospechaba el Masn Ragon,-el lenguaje de los Hierofantes,
que tiene site dialectos, por as decirlo, refirindos cada uno de
un modo especial y bien apropiado, a uno de los siete misterios
de la Naturaleza.
Cada uno tiene su simbolismo propio. As no poda leerse la
Naturaleza en su totalidad ni contemplarse desde uno de sus
aspects especiales". (D. S. 1, p. 329).
Frecuentemente se dice que hay site maneras distintas de
ex'presar cualquier verdad; pero an con ms frecuencia se di-
ce que hay, siete llaves diferentes para revelar siete secrets fun-
damentales. Tambin repetimos:
"Las .iet- leaves de la Lengua Misteriosa... (han)... con-
sistido siempre en ocultar los (misterios) ms elevados entre los
iniciados Hierofontes de la antigedad; slo han pasado unos
(cuantos de los siete pareialmente, por la traicin de algunos Pa-
dres de la Iglesia primitiva-ex-Iniciados de ios Templos- yen-
do as a manos de la nueva secta de los Nazarenos.
"Se afirma que la India-no confinada a sus actuales lmites,
sino incluyendo los que abarcaba antiguamente-es el inico pas
del )'iundo que todava tiene Adeptos entire sus hijos, que cono-
cen los site subsistemas y la llave de todo el sistema". (D. R.,
1, p. 330).
Mad. Blavatsky meneiona en un lugar con sus nombres tres
sub-llaves de cierta llave. Dice ella:
"La Caldea haba preservado tres leavess) solamente nii los
las de Beroso. Cuanto a los Hebreos no demuestran en todos sus
escritos ms que un conocimiento general de lCs sistemas astron-
mico, geomitriricy nu rico de simbolizar ls funiones huma-
nas, y esmeciamente las fisiolgicas. Jams poseyeron las leaves
superiorss. (D. S., I, p. 330).
Tr.1mbin leemos en la pgina 344, que:
"Las Crnicas Secretas reservan las citadas Siete Llaves co-
mo el misterio (le la gnesis del hombre".
Y en la pgina 346, se dice:
"Las Siete Llaves revelan los misterios pasados y futuros, las siete grades Razas-Raees, y de los site Kalpas".

IV LAS SIETE LLAVES
Si bi:n las site leaves de una clase especial del misterio le
la genesis del hombre, debemos de considerarlas como leaves me-
nores de un mismo tipo general. el antropognico, y, si, como se








REVISTA


nos dice, pueden encontrarse entire las Crnicas Secretas de las
siete medidas del tiempo y del cambio de la humanidad, hay
otras leaves mayores que abren las puertas a otros misterios en-
teramente diferentes. La circunstancia de ser usadas por mentes
humans, las pone todas en correlacin. Sin embargo, hay otras
leaves separadas que se aplican a otras ramas de conocimieitos,
como demuestran las siguientes citas:
"Como Ragn manifiesta con certeza: Los antiguos Hie-
rofantes combinaron tan hbilmente los dogmas y smbolos de
sus ti!.... ti., religiosas, que slo podan explicarse plenamente
por la combinacin y el conocimiento de todas las leaves. Pueden
interpretarse slo de un modo aproximado, aunque uno descubra
tres de esos siete sistemas, o sean, el antropolgico, el psquico y el
astronmico. Las dos interpretaciones principles, la ms elevada
y la ms baja, la spiritual y la fisiolgica, eran preservadas en el
mayor secret, hasta que esta ltima lleg a caer bajo el domonio
de los profanos. Esto con respect solamente a los Hierofantes pre-
histricos, para los cuales todo lo que ahora ha llegado a ser
pura o impuramente "flico,' era una ciencia, tan profunda y
misteriosa como ahora la Biologa y la Fisiologa. Eso era de su
exclusive propiedad, como fruto de sus studios y descubrimie-
t:o. Las otras dos eran las relatives a los Dioses Creadores, )
Teogona, y al hombre creador; es decir: los misterios idea!e-
y los prcticos. Sus interpretaciones estaban tan hbilmente ve-
ladas y .combinadas, que fueron muchos los que al lograr des-
cubrir un significado, se desconcertaron al no comprender lo-
de los otros, y no pudieron lI.. -..;,io .- nunca suficientementl
por temo' io cometer indiscreciones peligroLsak. Les fu aqi
imp)osible penetrar a fondo en la ms elevada, la primera y la
cuarta, la Teogona en relacin con la antropogenia. Prueba de
esto la encontramos en la "Sagrada Escritura Judia."'(.S.
I, p. 389)
"Mientras los Ocultistas Orientales tienen site formas de
interpretaciones, los judos slo tienen cuatro, que son: la ms-
tica real, la alegrica, la moral, y la literal o Pashut. Esta fl-
ma es la llavdede las Iglesias esotricas y no vale la pena discu-
tirla." (D. S. I, p. 401.)
Madame Blavatsky adverta con frecuencia, que no deba
tomarse como verdad inmutable e infalible lo que ella ofreca
como informacin, porque con eso se creara una nueva orto-
doxia en lugar de la antigua, sino solamente como ella habia
interpretado lo que se le haba enseiado. Y deca:
"La enseanza se ofrece tal como ha sido comprendida; y al ver
que hay site leaves de interpretacin para cada smbolo y ale-
gora, no se hallar verdaderamente correecto un significado que
no sea adaptable, por ejemplo, al aspect psicolgico o astron-
nmico, del fsico o metafsico." (D. S. I, p. 25.)








TEOSOFICA


La geomtrica es mencionada como una de las leaves. En la
pgina 494, del tomo II de la D. S. se dice:
La Geometra, la quinta Ciencia Divina en la series de las
Siete Llaves para el Lenguaje y la Simbologa Esotrica Univer-
sales, fu profanada por los judos Talmdicos, aplicndola a
ocultar los misterios sexuales ms terrestres y groseros, por lo
que can ello degradaron a la. Divinidad y a la Religin."
Las siete leaves abran las puertas al conocimiento secret de
los antiguos, segn se nos dice:
"Seguramente que siempre existi una poderosa civilizacin,
y un studio y conocimiento seereetos an ms grande, cuyo
alcance complete jams puede descubrirse slo por la Geometra
y la Kbala; porque hay siete leaves para la gran puerta de
entrada, y ni una ni an dos leaves pueden abrirla suficiente-
mente para ofrecernos ms que fugaces resplandores de lo que
adentro se encuentra." (D. S. III, p. 178.)

V. LAS SIETE LLAVES PARA
LA BIENAVENTURANZA.
En las Estrofas de Dzyan, que sirvieron de base a los dos
primeros tomos de La Doctrina Secreta, que son comentarios
de aquellas, se nos ensea mis sobre la division septenaria fun-
ldanental de la existeencia, que son el sostn de la division del
idioma universal en siete dialectos y el sistema de las site lla-
ves (ue abren las puertas del conocimiento universal. En la pri-
laera estrofa se describe un pralaya, un muindo que dormiii,
mientras en determinado mundo todo est dormido, es poten-
cial, pero no l. ivo todava, ni activo ni 'despierto. El cuarto
verso dice as:
"No eran las siete vas que conducen a la Bienaventuranza,
ni las grades causes del infortunio, porque nadie produca
iada ni poda ser engiaado".
El sexto verso agrega adems:
"Los siete Seores sublime y las siete verdades haban co-
sado (le ser."
Los siete Seores sublime de que all se trata, son denomni-
nados con ms frecuencia los siete Logos planetarios, y los siete
,efilres o Direetores de las siete Jerarquas, en que est divi-
dida la existencia Csmica. Cada Jerarqua tiene un lhecho cier-
lo, una verdad determinada, que tambin se llama una "Va a
la Bienaventuranza," que ha de dar al imundo. Y es una iiu-
sin lo contrario a esto; para today Verdad hay una Mentira,
Paraa oda "va al a rrobamiento" hay una grann (Causa de In-
fortunio.">
Es una realidad bien conocida, que donde hay alguna di-
visin hay siempre diferencia entire las cosas divididas. Ya 1"








REVISTA


hemos hallado en el tomo, done los electrones negativos circu-
lan en derredor de un ncleo positive de "protones," como los
planets y los comets al rededor de su sol un verdadero siste-
ma solar en miniature.
La substancia con la forma dan existencia individual como
una suma; el padre y la madre produce la prole, el nio.
En la Estrofa 2' la substancia, o sea, el padre, tiene la deno-
minacin de Rayo, Forma, o Madre, el Grmen; y el K-osmos
preparado ya para recibir e] product, se denomina Matripadma,
la Madre-Loto.
Ved aqu el tercer verso:
''Todava no ha sonado la hora; an no ha fulgurado el ra-
yo en el grmen; el Matripadma no ha crecido todava."
Para hacerlo ms claro, dejadme traducirlo de nuevo, em-
pleando sinnimos:
"No haba llegado el tiempo todava; la fuerza active no
haba entrado an en el receptculo pasivo; la Madre-Loto no
estaba lista todava para dar su fruto."
El verso signiente nos d a conocer el verdadero fundamen-
to le la division septenaria:
"No se haba abierto an su corazn para que entrara el Ra-
yo Uno, y cayese luego, como tires en cuatro, en el regazo de
Mlaya."
Dejadme volverlo a traducir tambin a fin de hacerlo ms
comprensible:
Su Buddhi, la Receptividad Espiritual, no haba abierto to-
dava sus puertas para que entrara Atma, la Actividad-Espiri-
taal, para luego evolucionar como Espritu Triple-atma-Buddhi-
M-anas-en la Materia Cudruple en el Plano de la Ilusin.
E] quinto verso de la Estrofa dice:
'El site an no haba nacido de la Trama de la Luz. S-
lo las tinieblas eran Padr.--M.l. ie," Svabhavat; y stas estaban en
la obscuridad."
Esto significa : "Los Siete Seores de las Jerarquas no se ha-
ban diferenciado todava desde la Base de la Vida slo la Po-
tencialidad era Padre-Madre, la Esencia Plstica; y esta estaba
en inmctividad."
(Contina.


EL SENDERO DE LA LEY
LA CHOLERA
223.-Por dolor hay que vencer a la clera, por el bien al
mal, por la libertad la avaricia y por la verdad la mentira.
2"'-1 -Decid la verdad, no os encolericis; dad al que os im-
plora algo de lo que tengis. Esas tres cosas os aproximarn a
los D)ioses.








TEOSOFICA


EL MATRIMONIO,

como fu, como es y como debiera ser
Por Annie Besant

(Traducido por Esther de la Pea, M. S. T.)
(Continuacin)
Despus, debiera eliminarse por complete el sistema de se-
paracin judicial. Siempre que el divorcio se concediere de-
biera ser absolute. Nada itil se gana con divorciar las perso-
nas prcticamente, si legalmente se les consider casados. Se
conserve un lazo tcnico sobre la esposa que retiene del matri-
monio un emuio de desventajas, despojndola de todos los pre-
vilegios, tanto el hombre como la mujer queden faltos de cari-
o, desterrados de la vida del hogar y privados de todos afecto.
La separacin judicial es un incentive director para los amo-
res ilcitos ocultos, y una moral floja; el esposo divorciado a
medias, prohibido de tener ninguna compaera reconocida, o
se entrega a una lujuria promiscua, para ruina de su euerpo y
su mente, o privadamente vive con una mujer con (quien la ley
le prohibe casarse, y quin l se avergiienza de reconocer abier-
tamiente. centre tanto, la semi-divorciada esposa no consig'ue
ijoria, se ve obligadaa a seguir viviendo sin la libertad de
la soltera o la viuda, ni la consideracin social de la mujer ca-
sada. Ella slo puede conseguir la libertad. comeliendo lo i|le
la ley y la sociedad califinan de adulterio; si tuviese escripulol
sobre este particular, tiene que quedarse sola sin iamor y sin
hogar y sobrellevando una vida triste y solitaria hasta. que la
imuerte, ms misericordiosa que la ley la libertare.
Es difcil ver c ii fin pueda hab'er en separar unn matrino-
nio, en deshacer un hogar, separando los hijos, y sin embargo
extender el heclio del nmatrimonio hasta el extremo de impedir
que la pareja separadca, mpeda former nuevos lazos; el punto
de vista de los que miran al divorcio como una cosa pecaminosa
por complete, es ineligible a pesar de estar equivocado, pero
el punto de vista de los que obogan por el divorcio, pero obje-
tar a que los dos divorciados tengan el derecho de contraer
ui nuevo matrimonio, es enteramente incomprensible. Nadie
sale beneficiado con un divorcio semejante, porque los conyuges
ucparados quedan en una condicin dudosa y muy poco satis-
factoria; no son ni casados ni solteros; nulna pueden libertar-
se de la cadena rota que los liga; siempre llevan consigo la
miarea perpetual de su infortunio y no pueden escaparse de
la equivocacin eometidia en su juventud. Seran ms felices,








REVISTA


y la sociedad ims sana, si el divorcio de la vida y los intere-
ses fuera tambin un divorcio que los dejara libres para bus-
car la felicidad, si ,as lo deseasen, en otra iirii-libres teni-
camente lo mismo que libres en realidad.
Si se admitiese que todos los divorcios debieran ser absolutos,
se present la cuestin siguiente: Cul debiera ser la causa de
un divorcio? En primer lugar, el adulterio, porque la infidelidad
de parte de cualquiera de los dos lados debiera anular el contra-
to que acepta como un hecho la lealtad del uno para oon el otro:
los gastos legales de ambos debieran corresponderles al que haya
roto el contrato; pero no debiera existir reclamo en contra de
ninguna tercera persona. Despus, la crueldad; porque la per-
sona ms dbil sufre por el abuso del poder del ms fuerte, en
esto, debiera prestarse la ley en cuanto se acude a ella, para dar
los pass para anular el contrato que de ese modo es una causa
que lastima a uno de los contrayentes; si se present un hombre
ante un Juez acusado de maltratar de obra o de ultrajar a su es-
posa, y se le declara una sentencia en contra de l, la Corte de
divorcio debiera pronunciar la sentencia (de divorcio al solicitarlo
la e~posa ; si se viera el caso raro de haber una esposa, que co-
metiese actos de violencia en la persona de su esposo, debiera
atenerse al mismo resultado. La custodia de los nios debiera
concederse a la parte inocente, toda vez que una mujer o un hom-
bre acusados de realizar daos personales a otras personas no
estn capacitadas para ser confiados con la tutela de un nio. (1)
(1) Nota: Despus de publicados estos renglones en el Nacio-
nal Reformes ha sido insertada una clusula en el proyecto de
ley que se iiia presentado al Parlamento otorgndole el poder a
los magistrados de conceder una orden de separacin a la esposa,
si se pudie-re comprobar que ha sido cruelnente maltratada por
su esposo, y adems obligando a ste en caso tal, a contribuir con
una cantidad semanal al sostenimiento de ella. Esto ser de gran
adelantop para las casas segn se hall en la actualidad, pero me-
jor sera un divorcio ablsoluto que una mera separacin. La bo-
rrachlira habitual debiera ser motivo de divorcio;' la. borrachera
motive grandes calamidades para. el copiaiero o compaera so-
briai. y afecta tanto al fsico como al carcter de los hijos proce-
deites del matrimionio.
Eli ca(sos como s se por complete al padre o a la nmadre inocente.


(Continuar).




University of Florida Home Page
© 2004 - 2010 University of Florida George A. Smathers Libraries.
All rights reserved.

Acceptable Use, Copyright, and Disclaimer Statement
Last updated October 10, 2010 - - mvs