Group Title: Diario de sesiones del Congreso de la Republica de Cuba.
Title: Diario de sesiones del Congreso de la República de Cuba
ALL VOLUMES CITATION PAGE IMAGE ZOOMABLE
Full Citation
STANDARD VIEW MARC VIEW
Permanent Link: http://ufdc.ufl.edu/UF00072699/00439
 Material Information
Title: Diario de sesiones del Congreso de la República de Cuba
Physical Description: v. : ; 33 cm.
Language: Spanish
Creator: Cuba -- Congreso. -- Senado
Publisher: Rambla y Bouza
Place of Publication: Habana
 Subjects
Subject: Legislation -- Periodicals -- Cuba   ( lcsh )
Politics and government -- Periodicals -- Cuba   ( lcsh )
Genre: federal government publication   ( marcgt )
 Notes
Dates or Sequential Designation: Began with: Vol. 1, 1902.
General Note: Description based on: 2. Legislatura vol. 2, no. 1 (abr. 6 de 1907); title from caption.
 Record Information
Bibliographic ID: UF00072699
Volume ID: VID00439
Source Institution: University of Florida
Holding Location: University of Florida
Rights Management: All rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier: aleph - 001844861
oclc - 30331556
notis - AJR9135
lccn - sn 94026346

Full Text








DIARIO DE SESIONES

DEL

SENADO


REPUBLICAN


DE CUBA


VOL. XXXII HABANA NUM. 40


TRIGESIMASEGUNDA LEGISLATURE


Cuadrag6sima Sesi6n


.Julio 4 de 1917


Presidencia del Sr. Emilio Nuinez
Secretarios: Sres. Manuel Fernandez Guevara y Agustin Garcia Osuna
S U MARIO

Comunicaci6n de la CImara de Representantes dando cuenta de no haber aceptado las modificacio-
nes introducidas por el Senado al Proyecto de Ley sobre creaci6n de setecientas noventa y dos au-
las.-Proposici6n de Ley concediendo una pension a la Sra. Alejandrina Fuentes viuda del Capi-
tkn del Ej6rcito Libertador Sr. Pedro Gonzklez.-Pasa a las Comisiones de Asuntos Militares y de
Hacienda y Presupuestos.-Proposici6n de Ley incluyendo en los beneficios del Articulo 52 de la
Ley del Servicio Civil, a la viuda del Sr. Luis Padr6 y Rodriguez.-Aprobado.-Dict6menes de la
Comisi6n de Hacienda y Presupuestos recomendando al Senado la aprobaci6n de las Proposiciones
de Ley mediantes las cuales se crea en la Aduana de Cienfuegos la Oficina de liquidaci6n, se conce-
de un credito de seis mil quinientos pesos para el pago de los haberes del Comandante del Ej6r-
cito Libertador, Sr. Donato Sotolongo y Alvarez y otro cr6dito de noventa mil pesos para la cons-
trucci6n de una carretera entire Jatibonico y Arroyo Blanco. Sobre la Mesa.-Dictamenes de la
Comisi6n de Obras Piblicas recomendando dos Proyectos de Ley sobre el crBdito de noventa mil
pesos ya mencionados y sobre la subvenci6n alFerrocarril de Bahia Honda a Guane.-Sobre la Me-
sa.-Dictamen de la Comisi6n de Hacienda y Presupuestos recomendando la aprobaci6n del an-
terior Proyecto de Ley. Sobre la Mesa.-Continfia la discusi6n del Proyecto de Ley creando la Se-
cretaria de la Guerra. Debate entire los Sres. Torriente, Guevara, Dolz, Morales y Maza y Artola.


A las cinco menos diez, bajo la Presidencia del Sr.
Emilio Nifiez, actuando de Secretarios los sefiores
Manuel Fernandcz Guevara y Agustin Garcia Osu-
na y presents los sefiores Senadores que siguen, se
abre la Sesi6n:
Ajuria.
Alberdi.
Castillo.
Coronado.
Dolz.
Fernandcz.


SR. PRESIDENTE (NUREZ) : Se va a leer el Acta de
la Sesi6n anterior.
(El Oficial, Sr. Vega, la lee.)
SR. PRESIDENTE (NUTrEZ) : Se aprueba el Acta que
acaba de leerse?
(Seiales afirmativas.)
Queda aprobada.


Goicoechea.
G6mez.
Jones.
Maza y Artola.
Morales.
Porta.
Rivero.
Suarez.
Torriente.
Yero.


SR. TORRIENTE: Pido la palabra.
SR. PRESIDENT (NU&EZ) : La tiene el Sr. To-
rriente.
SR. TORRIENTE: :,.i._.. Senadores: par6ceme que
antes de comenzar nuestros trabajos el dia de hoy,
cuatro de Julio, fecha tan memorable en la historic
(de Am6rica, debe este Senado acordar saludar al Se-
nado de los Estados Unidos de Am6rica, no solamen-


-- --co ---------








2 DIARIO DE -E.iONES DEL SENADO


te por lo que -..-iiiI.,-.i esta gran Naci6n para los cu-
banos, sino porque en los actuales mementos nos en-
contramos aliados a los Estados Unidos en la guerra
international y parece que debemos cumplir con es-
te deber de cortesia ahora mas que en ninguna otra
ocasi6n.
Propongo,. por tanto, y ereo queo e ello todos los
-. i.,-., Senadores estarin de acuerdo, que la Presi-
dencia de nuestro Cuerpo dirija an cablegrama on
este sentido al Presidente del Senado Americano.
SR. PRESIDENTE (NUREZ) : Estin do acuerdo los se-
fiores Senadores con lo propuesto por el senior To-
rriente ?
(Seiales afirmativas.)
Acordado.
Comunicaciones de la Chmara de Reprcsentantes.
(El ]of i. Sr. I e1,l..., leyendo) :
Habana, 25 de Junio de 1917.
Sr. President del Senado.
Sefior:
La Cimara de Representantes, en sesi6n celebra-
da el dia de la fecha, adopt el acucrdo de no acep-
tar las i .mi... i.....-i... ., introducidas por el Senado al'
Proyecto de Ley creando SETECIENTAS NOVEN-
TA Y DOS aulas en el territorio de la Repfblica, ha-
biendo designado a los soeores Gonzalo Freyre de
Andrade, Rafael Cabrera, Pedro ('C i.i- I,-'.-r. ,i,..
Ortiz y Jose R. Barcel6, para former la Comisi6n
3i:i.1. del Congreso que ha de conciliar las distintas
opinions sustentadas.
Lo que tengo el honor de comunicarle a los i. I ,"'
del articulo veinte y tres de la Ley de Relaciones on-
tre ambos Cucrpos Colegisladores.
Muy atentamente de Vd.,
M. Coyula, Presidente.-Felipe G. Serrain, Secre-
tario.-Manuel Villal6n Verdaguer, Secretario.
SR. DOLz: Pido la palabra.
SR. PRESIDENT (NUNEZ) : La tiene el Sr. Dolz.
SR. DOLz: Pido que se proceda al nombramiento de


SR. (OMEZ: Pido la palabra.
PRESIDENTE (NurTEZ) : La tiene el Sr. G6mez.
SR. GOMEZ: Sr. PIresidente y Sres. Senadores: En
todo liempo la noticia dolorosa que nos acaba de tras-
mitir por el cable, hubiera despertado en el coraz6n
de los cubanos nn profindo sentimiento de pesar, y
siempre hubieramos pedido a nuestros labios palabras
para expresar nuestra pena, ante la enorme dcsgracia
de una naci6n, pequefia, pero laboriosa, honrada y
digna, que ha sabido levantar a la altura mis envi-
diable el alto concept do sus deberes civicos, del res-
peto a sus derechos y del amor a su independencia.
Los eubanos, que en various aspects, nos encontra-
mos en la propia condici6n del pueblo de B61gica,
siendo como 61 una nacionalidad pequefia, pero la-
boriosa y amante de la libertad y de la independen-
cia, habriamos de sentir en todo tiempo una profun-
da simpatia por el dolor do aquella Naci6n; pero en
estos instantes en que nosotros hemos colocado la
bandera de Cuba al lado de los defensores do la li-
bertad y del derecho de los pueblos, lo mismo gran-
des que chicos, a regir ellos mismos sus destinos, con-
trarrestando las ambiciones y delirios de la fuerza en
estos moments, repito, me parece que interpreto to-
davia m~s el sentir general de nuestro pueblo, pidien-
do al Senado que contest de la manera mas expresi-
va ese Mensaje de dolor, expresando en nombre del
pueblo cubano today la pena y toda la simpatia que
nos une hoy a la valerosa y digna naei6n de B61gica.
SR. PRESIDENTE (NUNEZ) : Estl de acuerdo el Se-
nado con lo que propone el Sr. G6mezc
(Sefiales ; .. ).
Acordado.
(El Oficial, Sr. MuIoz, da lectura a un telegram
del Sr. J. D. Ferreira y a otro del Sr. J. R. Clavel,
Alcalde y Presidenie del Ayuntamiento, respectiva-
mente, del pueblo de la Esperanza, en los cuales se
lamentanc de que la carretera central no pase por di-
cho pueblo.)
SR. PRESIDENT (NU:EZ) : Enterados.
Proposiciones de Iey.


la Comisi6n Mixta. (El Oficial, Sr. .1t,. .. leyendo):
SR PRESIDENTE (NUNEZ) : So concede cinco minu-
tos de receso, con objeto de que los sefiores Senadores A L SENADO
se pongan de acuerdo, respect a los sofiores que han El Capitfn die Ej*reito Libertador Sr. Pedro
de former esa Comision Mixta. Capitn e jercito
(Transurre el reneso.)i GonzAlez, que prost6 grandes servicios a la Patria
Habiendo transcurrio el recess, s reanda la durante la guerra de independencia, muri6 hace mas
Habiendo transcurrido reso, s randa iez afios dejando en la mayor miseria a su viuda
Se ha prop to ara ue ormn part e esa Co- y tres menores hijos, que se encuentran en la actna-
o ha propuesto para qe formeon part do rsa Co lidad pasando una miseria desastrosa.
misi6n a los Srs. Maza y Artola, Jones, Fernbudz, Su viuda ]a Sra. Alejandrina Fuentes, viene des-

Lo acuerda asi el do!. ? e la muerte de sI esposo luchando por la subsisten-
(SeBales afirmativas.) eia de la vida, habilndosele agotado ya las fuerzas pa-
A(Seordado. ra eneontrar o1 mas necesario con que sostener a sus
Coruniaios Ofiiales. hijos, debido a la !it. i n. i,11 que padece.
Por todas estas consideraciones propongo a mis
(El Oficial, Sr. Munoz, leyendo:) compafieros que aprueben la siguiente


Govt
M 106 Havre 45
M. le President du Senat Habana
La C('h I.- des Representans de Belgiquc a
L'Honneur de Faire part a votre Assemblee de la
mort de son regrctte President M. Schollaert, sur-
venue au Havre (France) el 29 de Juin 1917.
Maurice Pirmez, Questeur de la
Chambre.
3 PJM


IROPOISICION DE LEY
Articulo 1"-Se concede a la Sra. Alejandrina
Fuentes, viuda del Capitkn del Ejdrcito Libertador
Sr. Pedro Gonzalez, una pension de $75.00 mensua-
les, pagadera por mensualidades vencidas para su
sostenimiento y el de sus tres menores hijos.
Articulo 2"-La. pension concedida en el articulo
anterior, se pagara con los sobrantes del Tesoro, has-
ta su inclusion en los Presupuestos Generales de la
Naci6n.









DIARIO DE SESIONES DEL SENADO 3


Articulo 38-La pension que por csta Ley se concede
quedara sujeta en cuanto a cuantia y condiciones a
las reglas de toda Ley General de Pensiones que en
lo adclante pueda regir en la Repuiblica.
Articulo 4"-Esta Ley empezari a regir desde su
publicaci6n en la Gaceta Oficial de la Repfblica.
Palacio del Senado, Habana, 4 de Julio de 1917.

Nicolds Alberdi.

SR. PRESIDENTE (NUNEZ) : jEsti de acuerdo el Se-
nado con que esta Proposici6n de Ley paseo a las Co-
siones de Asuntos Militares y de Hacienda y Presu-
puestos ?
(Sefiales *iii, 1,, ,,,;,, ).
Acordado.

(El Oficial, Sr. Muioz, leyendo):

AL SENADO

El Senador que suscribe tiene el honor do propo-
ner al Senado para su discusi6n y aprobaci6n la si-
gnientc Proposici6n de Ley, incluyendo en los bene-
ficios del articulo 52 de la Ley del Servicio Civil a la
viuda del que fu6 CatedrAtico de la Escuela de Pe-
dagogia de la Universidad Nacional Sr. Luis Padr6
y Rodriguez, fallecido ayer, teniendo en ccenta la
practice observada constantemente en casos ignales
por el Congreso de la Repfblica, al respect do abo-
niar dos mensualidades del sueldo para los herederos
de los funcionarios fallecidos en el dcscmpefio de su


(Silencio).
SSe aprueba ?
( .. afirmativas).
Aprobada.

(El Oficial, Sr. .ll,,i..., leyendo):

Articulo I9-Se incluyen en los beneficios del Ar-
ticulo 52 de la Ley del Servicio Civil, a la viuda del
que fui CatedrAtico de la Escuela de Pedagogia de
la Universidad Nacional, Sr. Luis Padr6 y Rodriguez.
SR. PRESIDENTE (NUNEZ) : So pone a discusi6n.
(Silencio).
SSo aprueba?
(Senales I, n... t ;..-,,).
Aprobado.

(El Oficial, Sr. 1...'... leyendo):

Articulo 2-Para abonar las dos mensualida-
des del haber que devengaba el fallecido, de acuerdo
con el articulo 52 de la referida Ley del Servicio Ci-
vil se tomaran las cantidades necesarias de los fon-
dos existentes en el Tesoro Nacional.
Si. PIESIDENTE (NUiEZ) : So pone a discusi6n.
(Silencio).
Se aprueba?
(Senfales I, 1 i,.',,i;,.,,).
Aprobado.

(El Oficial, Sr. Muioz, leyendo):


cargo. Articulo E --E i Ley comenzarA a regir desde su
publicaci6n on la Gaceta Oficial de la Repiblica.
PROPOSITION DE LEY SR. PRESIDENT (NUNEZ) : Se pone a discusi6n.
(Silencio).
Articnlo 1-Se incluyen en los i i. -. del ar- Se aprueba?
ticido 52 de la Ley del Servicio Civil a la viuda del ( ..' i... .. ).
que fu0 6 Catedratico de la Escuela de Pedagogia de Aprobado.
la TUniversidad Nacional, Sr. Luis Padr6 y Rodriguez. Y queda aprobada la Proposiei6n de Ley.
Articulo 2--Para abonar las dos mnensualidades
de] hlabr que devengaba el fallecido, de acuerdo con Lcctura de Dietimenes.
el articulo 52 de la referida Ley del Servicio Civil
se tomaran las eantidades necesarias de los fondos (El Oficial, Sr. Muiioz, leyendo):
existentes en el Tesoro Nacional.
Articulo 3Q-Esta Ley comenzara a regir desde su COMISION DE HACIENDA Y PRESUPUESTOS
publicaci6n on la Gaceta Ojfi,;ld de la Repfiblica.
Palacio del Senado, Habana, 4 de Julio de 1917. Ar SENADO:
Leopoldo F'...... --Cosme de la Torrienle.-Ju-
lio C. del Caslillo. T, T-T; +


SR. ALBERDI: Pido la palabra.
SI. PRESIDEuNT (NulEZ) : La. tiene el Sr. Alberdi.
Sn. AnLPiERo: He pedido la urgeneia de esta Pro-
posicion de Ley porque es costumbre que a la mnerte
de cualquier catedritico, se le d6n a los herederos
los dos meses de sueldo que concede el articulo cin-
cuenta y dos de la Ley del Servicio Civil.
El joven Padr6 era un hombre de porvenir y do
mucIisimo valer y su viuda ha qucdado en muy ma-
las condiciones ocon6micas.
Por tanto, solicito de mis compafieros que aeuer-
den la urgeneia para discutir inmediatamcnte esta
Proposici6n de Ley.


ii1a ~.i[[lom s n e ac en a y I reupu-eOU I, ,l
sesi6n celebrada el dia de la focha, adopt cl acuerdo
de recomendar al Senado la aprobaci6n de la Pro-
posici6n de Ley, presentada por los Sres. Rivero y
Ajuria, creando en la Aduana de Cienfuegos la Ofi-
citia de Liquidaci6n.
Palaeio del Senado, Habana, 3 de Julio de 1919.
Vito. lno., M. M. Coronado, Presidente.-M. F. Gue-
vcra.--Secretario.

SR. PRESIDENTE (NUrEZ) : Es primer lectura.
Quneda sobre la mesa.


COMISION DE HACIENDA Y PRESUPUESTOS


SR. PRESIDENTE (NUNEZ) : jAcuerda el Senado la
urgencia AL SENADO:
(Setales afirmativas).
Acordada. La ComisiOn de Hacienda y Presupuestos, en se-
Se pone a discusi6n la totalidad de la Proposici6n sion clebrada el dia de la fecha, conoci6 de la Pro-
de Loy. posici6n de Ley presentada por el Sr. Antonio Gon-









4 DIARIO DE SESIONES DEL SENADO


zalo P6rez relative a conceder un cr6dito de $6,500.00
moneda official para el pago de los haberes del Co-
mandante del Ej6rcito Libertador Sr. Donato Soto
y Alvarez, y la Comisi6n teniendo en cuenta todos
los antecedentes presentados por cl Sr. Donate Soto
y expuestos en todos sus detalles en el preimbulo de
la Proposici6n de Ley, adopt el acuerdo de recomen-
dar al Senado su aprobaci6n en la forma siguiente:

PROYECTO DE LEY

Articulo I.-Se concede un crdito hasta la canti-
dad de $6,500.00 moneda oficia], para el pago de los
haberes del Comandante del Ej6rcito Libertador
Sr. Donate Soto y Alvarez.
Articulo II.--El crdito concedido por el articulo
anterior se tomara del saldo existence de la liquida-
ci6n de los haberes del Ej(rcito, o de los fondos so-
brantes del Tesoro en el present ejereicio econ6mico
no afectos con otras obligaciones.
Articulo III.-Esta Ley cmpezarA a regir desde
su publicaci6n en la Gaceta Oficial do la Repfiblica
y deroga las Leyes, Reglamentos y cuantas disposi-
ciones se opongan al cumplimiento de la misma.
Palacio del Senado, Habana, 3 de Julio de 1917.
Vto. Bno., M. M. Coronado, Presidente.-.M. F. Gue-
vara, Secretario.

SR. PRESIDENTE (NUNEZ) : Es primer lecture.
Queda sobre la mesa.

COMISION DE HACIENDA Y PRESUPUESTOS

AL SENADO:

La Comisi6n de Hacienda y Presupuestos, en se-
sion celebrada el dia de ]a fccha, adopt el acuerdo
de elevar al Senado la adjunta Ponencia emitida por
el Sr. Rivero sobre la Proposici6n de Ley relative a
conceder un crcdito de $90,000.00 para la construc-
ci6n de una carretera que partiendo del poblado de Ja-
tibonico se dirija al de Arroyo Blanco, recomendan-
do su aprobaci6n.
Palacio del Senado, Habana, 3 de Julio de 1917.
Vto. Bno., M. II. Coronado, Presidente.-M F. F. Gue-
vara, Secretario.

A LA COMISION DE HACIENDA Y PRESUPUESTOS

El Senador quo suscribc, nombrado Ponente por esa
Comisi6n para informal sobre la Proposici6n de Ley
que 'concede un credito de $90,000.00 para la cons-
trucci6n de una carretera que partiendo de Jatibonico
se dirija a Arroyo Blanco, tiene el honor de exponer:
Que, es innegable que la construcci6n de la carre-


de recomendar al Senado le imparta su aprobaci6n
a la mencionada Proposici6n de Ley.
Palacio del Senado, Habana, Julio 2 de 1917.
Manuel Rivero.

SR. PRESIDENTE (NUREZ) : Es primera lecture.
Queda sobre la mesa.

COMISION DE OBRAS PUBLICAS

AL SENADO:

La Comisi6n de Obras Piblicas, en sesi6n celebra-
da el dia de la fecha, adopt el acuerdo de aprobar la
adjunta Ponencia emitida por el Senador Sr. Figue-
roa, sobre ]a Proposici6n de Ley que concede un cr6-
dito de $90,000.00 para la construcci6n de una ca-
rretera que partiendo del poblado de Jatibonico so
dirija al de Arroyo Blanco en ]a Provincia de Ca-
maguey.
Palacio del Senado, Habana, 4 de Julio de 1917.

Vto. Bno., Leopoldo Figueroa, Presidente.--M Ri-
vero, Secretario.

A LA COMISION DE OBRAS PUBLICAS:

El Senador que suscribe, nombrado Ponente para
informal respect de la Proposici6n de Ley conce-
diendo un cr6dito de $90,000.00 para la construcci6n
de una carretera quc partiendo del poblado de Jati-
bonico sc 1;,;;., al de Arroyo Blanco en la Provincia
de Camagiicy, tiene el honor de exponer:
Do lamentar es que desde much tiempo atris no
se hayan dado las facilidades necesarias para que la
carretera que se autoriza en esta Proposici6n de Ley
sea construida, pucsto que el rico y extenso t6rmino
do Jatibonico se cncuentra completamente sin nin-
guna via de comunicaci6n, ya que cuantos conocen
la traycetoria de Jatibonico a Arroyo Blanco con-
vienen en que resultara una obra fitil y de gran ne-
cesidad.
AdemAs, la Provincia de Camagiey, quizhs sea hoy
por la que menos crucen carreteras, no obstante ser
la mAs rica y fccunda en terrenos, lo que pudiera su-
ceder que 6stc haya sido el motive por el cual esa
Provincia no tiene afin ni la cuarta parte de sus te-
rrenos labrhndose, lo cual facilitarA al Estado cons-
truyendo aunque no sea mas que aquellas carreteras
por done se encuentran los mejores terrenos.
Por lo cual, propongo a mis compafieros de Co-
misi6n acuerden recomendar al Senado imparta su
aprobacion a la mencionada Proposici6n de Ley.
Palacio del Senado, Habana, Julio 2 de 1917.
Leopoldo Figueroa.


tera que se propone para unir a los poblados de Ja-
tibonico y Arroyo Blanco es tan necesaria y fitil, que SR. IPRESIDENTE (NUNEZ) : Es primer lectura.
a simple vista lo notariamos si los Sres. Senadores Queda sobre la mesa.
conociesen aquellas fertiles zonas de cultivo y de
crianza. COMISION DE OBRAS PUBLICAS
Soy de parecer que el Estado facility siempre la
manera de que en todos aquellos lugares donde los AL SENADO:
ferrocarriles pasan a mins de dos kil6metros, se cons-
truyan carreteras, para que de ese mode e acrecien- La Comisi6n do Obras Piblicas, en sesi6n celebra-
te la vida commercial y agricola, lo que traerA la con- da cl dia de la fecha, ha discutido impliamente el
curreneia de frutos menores de lugares apartados, Proyecto de Ley procedente de la CAmara de Re-
y como consecuencia el abaratamiento de la vida on preseitantes, subvencionando con doce mil pesos,
las grades poblaciones. por kil6metro, la construcci6n de un ferrocarril de
Por tanto, ruego a la Comisi6n adopted el aeuerdo Bahia Honda a Guane en la Provincia de Pinar del






DIARIO DE SESIONES DEL SENADO 5


Rio, y despues dc oir las manifestaciones expues-
tas por los Sres. Rivoro y Fernindez Vega, el pri-
mero como Ponente y el segundo como conocedor de
la region pinarefa, los cuales expusieron razones que
se tomaron en cuenta, adcmis de las dichas en el dic-
tamen que sobre el mismo asunto ha emitido la Co-
misi6n de Hacienda y Presupuestos; acordandose re-
comendar al Senado imparta su aprobaci6n al men-
cionado Proyecto de Ley.
Palacio del Senado, Habana, 4 de Julio de 1917.
Vto. Bno., Leopoldo .I',rj, ,ci., Presidente.-M. Ri-
vero, Seeretario.
Sn. PRESIDENTE (NuNEZ) : Es primer lectura.
Queda sobre la mesa.

COMISION DE HACIENDA Y PRESUPUESTOS

AL SENADO:

La Comisi6n de Hacienda y Presupuestos, en se-
si6n cclebrada el dia dc la fecha, conoci6 del Proyece-
to de Ley procedente de la Cnmara de Representan-
tes, subvencionando con $12,000.00 por kil6metro la
construcci6n del ferrocarril de Bahia Honda a Gua-
ne, y teniendo en cuenta lo expuesto por el Senador
Sr. Wifredo FernAndez i. 1f .. a la conveniencia
de elevar la subvenci6n quc ya tiene concedida ese
ferrocarril a fin de llevarla a su t6rmino, se adopt el
acuerdo de recomendar al Senado su aprobaci6n en
la forma i......1 por la Cimara de Representantes.
Palacio del Senado, Habana, 3 de Julio de 1917.
Vto. Bno., Mi. M. Coronado, Presidente.-M. F. Gue-
vara, Secretario.

SR. PRESIDENTE (NUNEZ) : Es primera lecture.
Queda sobre la mesa.

Discusi6n de Dicttmenes.

Su. GARCIA OSUNA: Pido la palabra.
SR. PRESIDENT (NUREZ) : La tiene el Sr. Garcia
Osuna.
Su. GARCIA OSUNA: He pedido la palabra para ro-
gar al Senado cl acuerdo de que en la Orden del Dia
de la Sesi6n del lunes se incluyan todas las pensio-
nes que ya li-111,11. en ella y las que estan dictamina-
das por las Comisiones, a fin de que se discutan con
preferencia todos esos Proyectos de Ley.
SR. MAZA Y ARTOLA: i Racha de pensions!
Sn. PRESIDENTE (NUiEZ) : Aprueba el Senado la
proposici6n del Sr. Garcia Osuna?
(Seiiales ,Ii,,, ., ', ).
Aprobada.
SR. MAZA Y ARTOLA: Con mi voto en contra.
SR. PRESIDENTE (NUREZ) : Aprobada con el voto en
contra del Sr. Maza.
Continua la discusi6n del Proyecto de Ley crean-
do la Sceretaria de la Guerra.
Tiene la palabra el Sr. Torriente:
Sn. TORRIENTE: Tengo entendido que el senior Pro-
sidente me ha concedido la palabra para hablar en
contra de la enmienda del doctor Dolz; pero deseo
advertir que no voy a hablar a favor del articulo
que estamos discutiendo, al que se ha presentado csta
enmienda; y quisiera saber si estamos tratando los
dos conjuntamente o si vamos a discutir separada-
mente el articulo y la enmienda.
Sn. PRESIDENTE (NUREZ) : EstA a discusi6n la en-
mienda.


SR. TORRIENTE: Luego, el articulo lo discutiremos
despues A cse articulo tongo prosentadas otras en-
miendas.
,.,.!r p Senadores: Pareceriame mejor no hablar
en esta oportunidad para combatir la enmienda del
senior Dolz y reservarme para hablar apoyando mis
enmiendas, quo neecsariamcente habrin de discutir-
se antes que c articulo (A) del proyeeto de la Co-
misi6n de ('.'I,, ,-; poro realmente los arguments
que voy a usar despu6s son casi los mismos que ten-
go que usar ahora para combatir la enmienda y pien-
zo que la importancia do la enmienda del Sr. Dolz
es tal, que es convenient que yo me sume a los que
la combatcn, para, ver si logrando derrotarla llega-
mos a redactar un articulo de acuerdo con la opinion
de la mayoria de los que han hablado aqui en estos
dias sobro la Secretaria do la Guerra.
En la primera oportunidad que so me present en
el Senado, por hallarse auscnte el senior Jones, po-
nento en la Comisi6n, tuve ocasi6n de hablar para
defender la totalidad del Proyecto de Ley. En aque-
lla oportunidad express ante el Senado cual era mi
modo de peniar respect a la Secretaria de la Guerra
y a la importancia y necesidad de su creaci6n; pero
desde I:ego, entoices no hic mAs que sefialar lige-
ramento las razones qlue tonia para oponerme a que
el cuidado del Orden Puiblico se *..'i 1i., a esta Secre-
taria en la forma n que lo 1 confia la enmienda del
Sr. Dolz el articulo letra "A" del Proyeeto de la
Comisi61 de ( ..I ..
Sobre ]a Secretaria de la Guerra y la necesidad de
su creaci6n, hemos coicii(idio la mayoria de los sefo-
res Senadores, pero miietras unos hemos querido una
Secretaria de (Guerra y 1i I'ina como funciona en to-
das ]as naciones que tienoi esto departamento, otros
han entendido que dcbia darse a esa Secretaria de-
terminadas funciones que no tienen en esas otras na-
ciones.
Votl a favor de que hubiora un Seeretario de la
Guerra. precisameito por entender que debia ser el
suyo un Departamento que rigiera todos los asuntos
del Lj. ...... y la Marina con complete independen-
cia de las otras autoridades ,. r intervienen en las
cuestioncs rcflerontes al orden pfiblico. No se me ocul-
ta que en un regimen como ol nuestro, en un gobierno
represeuntativo como es el de Cuba, la Jefatura Su-
prema de todos los organisms y do todos los departa-
mentos del Podor El jccutivo la tiene el Presidente de
la Repibliea, pero por eso mismo me parece a mi
que es much mais I i; el problema y que podemos
Ilegar a fijar las alribuciones de la nueva Secretaria
la forma qu1 hli do proponer despu6s ya que al Pre-
sidente de la Repfiblica es a quien corresponde di-
rigir todos los departamentos de la gobernaci6n del
Estado.
Yo pretendia que la nueva Secretaria,-y por eso
vot6 en el sentido que lo hice cl otro dia--intervinie-
ra en las cuestiones I. i. nI. al Ej6reito y a la Ma-
rina y (que lan lamiramos Secretaria de Guerra y Ma-
rina. Cuando cl Proyecto se present se llamaba tam-
bidn de Orden Piblico, o sea Secretaria de la Gue-
rra, Marina y Orden Piblico. La Comisi6n suprimi6
oste iltimo nombre, porque entendi6 que en las cues-
tiones referents al orden pfiblico no debia intervenir
esa Secretaria mas que on la oportunidad que deter-
mina la Ley del Podcr Ejecutivo.
Y aunque sea, quizas, repetir arguments, yo en-
tendia que la nueva Scoretaria debiamos crearla en la
forma que acabo de indicar, para los asuntos de Gue-






6 DIARIO DE SESIONES DEL SENADO


rra y Marina, y cntendia tambi6n la otra tarde que
la causa principal de todas las pertubaciones en 6po-
cas de elecciones que aqui hemos tenido, ha sido el
que una misma autoridad ha mancjado al Ej6rcito
y los asuntos politicos, tonicndo quien ha dirigido la
politics de cada gobierno, la facultad de recompensar
a los militares, de darles asccnsos, do influir grande-
mente en su carrera y, en fin dc realizar todo lo que
en otras parties es solo facultad del Socrctario de la
Guerra.
Creo tambien que la realidad cubana nos obliga a
usar el Ej&rcito para dcterminadas funciones re-
lacionadas con el orden ptblico, cs decir, para la vi-
gilancia de nuestros campos y quc en la situaci6n ac-
tual del Tesoro Nacional no cs possible rear de nue-
vo, o mejor dicho, restablecer el antiguo cuerpo de la
Guardia Rural, o crear cualquiera otra clase de or-
ganizaci6n de policia que se dedique a cuidar del or-
den pfiblico en el campo, prestando servicio de vigi-
lancia y auxiliando a los Tribunales do Justicia en
la persecuci6n y castigo de los delincuentes. Y es la
realidad tambi6n que necesitando tener un ej6rcito
solo por funciones militares tenemos que distracr del
mismo unos cuantos miles de hombres para esos ser-
vicios mientras no haya otro organismo destinado a
esa finalidad, el Sr. Dolz !."ii..... que el orden pi-
blico est6 a cargo de la Secretaria de la Guerra f e-
ra de las poblaciones, y para eso su enmienda preten-
de intercalar algunas palabras al articulo, tal como
lo redact6 la Comisi6n por mano do su Ponente e]
Sr. Jones. Yo entiendo quc todo lo que so rcfiere al
orden pfblico y quc no est6 comprendido en el articu-
lo 127 de la Ley del Poder Ejecutivo, debe ser fun-
ci6n propia de las otras autoridades gubornativas y
judiciales pero no del Secretario do la Guerra. Y on las
enmiendas que he presentado tiendo a que no se ha-
ga ni lo que propone el Sr. Dolz, ni part de lo que
propone la Comisi6n en el articulo "A" del Proycc-
to, sino que la Secretaria de la Gucrra y Marina, no
tenga otra cosa que hacer que realizar las funciones
que sefialan al Secretario de Gobernaci6n los articu-
los 127, 128 y 129 de la Ley del Poder Ejecutivo ado-
mrs de algunas otras de poca importancia que otros
articulos le atribuyen y que tambi6n dejarin a di-
cho Secretario de Gobernaci6n seguin determine otro
apartamento del Proyecto de Ley que discutimos esta
tarde. De esa manera quedarA creada la Secretaria
de Guerra y Marina como es en todas parties del mnun-
do teniendo que tender solo a los asuntos militares
y a lo que se o- r ... a la organizaci6n, discipline y
aprovisionamiento de las tropas que se destaquen pa-
ra prestar el servicio de vigilancia con cl caricter do
policia, mientras no se screen cuerpos do policia rural
a las 6rdenes de las autoridades cuales, como Vds.,
tendran ocasi6n de ver mas luego cuando so lea mi
enmienda. Yo lo que pretend es que en lo sucesivo
la Secretaria de Gobernaci6n no tenga nada que ver
con el funcionamiento y el manejo de las fuerzas ar-
madas; y que mientras no se cree esa policia rural
el Sr. President de la Repfiblica, on uso de las facul-
tades que en mi enmienda propongo so le conceda,
destaque ri.- ,... del Ej6rcito a prestar servicio do
vigilancia en el campo, nunca en las poblaciones, sin
que el Secretario de Gobernaci6n, los Gobernadores
Civiles, los Alcaldes y las respectivas autoridades ju-
diciales tengan que ver con esas fuerzas mns que en
cuanto a los servicios que preston; pero sin que esas
autoridades, empezando por el Secretario de Gober-
naei6n, intervengan en las recompensas o castigos


que merezcan todas esas tropas, y sus oficialcs y jefes,
durante el tiempo que presten dicho servicio de vigi-
lancia.
Si nosotros encargamos de la conservaci6n del orden
pfiblico en todo tiempo, en el campo, al Departamento
de la (..... sueederA lo que el otro dia exponia aqui,
con muy buen juicio, el Sr. Vidal Morales, y que
anunciaron tambi6n nuestros compaiieros cl Sr. Juan

Gualberto G6mez y el Sr. Gonzalo Pdrez, que fue-
ron todos tres los que trataron mas esta cuosti6n opo-
ni6ndose a la enmienda del Sr. Dolz; sucedera que el
Departamento de la Guerra, y por tanto los i. del
'',. if.-, que por raz6n de las Icyes quc nos rigen, de
su organizaci6n, de su discipline, de su espiritu de
cuerpo y que por todo ello no son las autoridades mas
apropiadas para tratar diariamente con el guajiro
cubano, con nuestro hombre do campo, a quien hay
u10e protege y cuyos interests hay que I. 1 -. I y
vigilar. Y esto temporalnente habri que hacerlo con
la parte del ej6rcito que se dcsigne a ese servicio y
mientras no exist una policia rural nuestros campe-
sinos tendrin que entenderse con los militares des-
tacados por el mismo.
Entiendo que los militares no deben realizar en ab-
soluto servicio de policia pues es esta funei6n civic
propia de los agents de las autoridades civiles y que
mientras no haya un cuerpo de policia rural que pres-
to el servicio, los militares que hayan de intervenir
an 61 deben defender temporalmente de esas autorida-
des civiles durante el tiompo que el Presidento do la
Repfiblica los haya destacado para esa funei6n no de-
pendiendo en cuanto al mismo de los jofes de la Sccre-
taria de la Guerra ni por tanto del Estado Mayor del

Leyendo estos dias algunos de los peri6dicos y re-
vistas que rccibo tuve oportunidad de encontrarme
con una opinion de aquel que fu6 realmente uno de
los primeros generals de AmBrica, del gran Maximo
G6mez, el hombre a quien a mi juicio so debe miis
principalmente el triunfo de la revoluci6n cubana,
aq(ul noble dominicano que vino on su juventud a
nuestra tierra, cre6 entire nosotros su familiar y desde
entonces sum6 su suerte y su historic a la suerte y a
la historic de Cuba. El General en Jefe Miximo G6-
mez, cuando la revoluci6n I inlf il.. escribi6 una so-
rio de conscjos para que los tuvieran en cuenta los
eubanos en armas el dia que gobernaran a su pais y
entire ollos me he (neontrado con uno 0ue copi6 y voy
a leer y que permit pensar que 61 creia que los mili-
tares no dobian intervenir en los asuntos pflblicos do
!':arcLer puramente civil, los que deben solo defender
de las autoridades de ese orden. El decia lo siguiente:
"Que no os ofusquen los apasionamientos de la vic-
toria ni a los que se crean mas meritorios, les enso-
berbczea y ciegue el orgullo, pues por ese camino, ca-
si siempro se ban perdido muchos hombres quc prin-
cipiaron siondo grandes y acabaron 1. i .... ..."
"No se debe olvidar nunca, que asi como la espada es
]a bienhehoora para dirigir y gobernar bien los casos
de la guerra no es muy buena para esos oficios en ]a
.. puesto que la palabra Ley es la finica que debo
decirsele al pueblo y el diapas6n military es demasiado
rudo para interpreter con dulzura el espiritu de
esa misma Ley".
Esto era lo que decia, on otras palabras, tambi6n
cl otro dia uno de los oradores que aqui habl6, el
.'.i, -'.!. I. -, y creo que tambi6n lo expuso el Sr. G6-
moz. El military, por su educaci6n, por su caricter,
por sus funciones, por la rigida discipline que debe






DIARIO DE SESIONES DEL SENADO 7

mantener constantlneente cntre sus subordinados, no go la seguridad de que no es cse su prop6sito, sino el
es el llamado a rcgir y a decidir en todas esas cuestio- de buscar la mejor soluei6n -... :,i, para quo no ha-
nes de las que hay que tratar a diario con nuestro yan m s conflicts en la icpliblica como aquellos a
buen pueblo cubano; y creo que este consejo que nos que me he referido.
daba el Generalisiino Mi\iximo G6mez, para el dia Sn. DOLz: Pido la palabra.
que los cubanos gobernaran a Cuba, es de aplicacion 9S. PRESIDENTE (. ii.i. ) : Tiene la palabra el se-
en estos moments y debemos tenerlo en cuenta. ior Guevara.
Pienso que ya iqe estamos hacienda la buena obra Slor President y Sofiores
B 1 TO. G ~vaEa: :cor Presidcnltc y Seiiores Senado-
de dotar a nuestra Naci6n con un D)epartamento de
de dotar a nuestra Naci6n con res: hab a pedido la palabra el otro dia, y hago hoy
la Guerra, debemos dotarla de uno do las condiciones e i a peo palaa l o dia, y ligo io
uso dc clla, precilsament, con el deseo de felicitar a
en que existe 6ste en todas las Naciones miis adelanta- us do pre c .en, on e des o fel r a
das del mundo. nuestro dustro Prcsidente y Jcfe nuestro por las
He viajado bastante, leo mucho y coenoz4o algo de primeras iqe prouunci6 en la tarde anterior y que
revelan ian csprintu amplio, comuo sicmpre, abierto
lo que pasa en otras parties, por esoo reo que en nin- revolt iritUi mplio, coeio siompre, abierto
a todas las orientaciones y respetuoso siempre do
guna nacion el Departamento do la Guerra tiene otra n, e o dieo u
SJa opiniol ajena, cuando dcendliendo su enumienda
funci6n que las que son propias del mismo: regir el a dijo no s ritri doer i o; yo dej
S*nos doio: no es rdenrio ccrrado el mio; yo dejo
Ejdrcito y per tanto todos los asuntos militares, y n libi a s coipacos prn u o eda
solo en caso de una gran perturbaci6n del orden pl- .n libertad a mis es pa qu eada
.t neo emita su voto libremente ; y inego, cuando oy6
blico, o amenaza de invasion del territorio por unt oan Cvoibto y a otros orador s,
onemigo cxtranjero, es cuanto actfa en otras 6rdenes y a o ,
*y se Ie presentarou ciertos argumentos, hubo de
propias de las actualidades civiles. Mientras tanto el se le pr ros argumntos, hubo d
I. sd enc a n s n eclarar, con amplio liberalism: "yo me encuentro
.. en tr en la ism siu en q con ui atrticulo de la Ley donde se dice que el cuida-
esta cualquier poderoso instrument de guerra, co-o de den p li l a os di estar a car-
Sci canon ce un Ii hto t do del orden piublico en los ca0npos ha de star a car-
mo el eaiion de una ,i ,t, .1, listo y dispuesto para
Se d 1 i listo y dispytesto pal go del Ej6ircito, y por tanto no hago mas que traspa-
disparar cuando haga Ialta. El Ej6rcito debe star dito, y tanto no go s qu traspa-
preparad para atuar en El emnto en qe la sar la ley a 6sta: busquen ustedes una forma viable
preparado para actuar en el memento en que la na-
d p aque de .salida a esto, que yo tampoco tongo un crite-
ci6n necesite de sus servicios; pero no debe mezclar- rio errado".,
so para nada en las luchas diaries de la vida y de los ri
interests de los eiudadanos. Esto prueba tuna gran liberalidad en las opinions
No quidra qo ea ] Sr. Dolz y un boon desco do llegar a un resul-
No quisiera quc en el matiana nos encontraramos tado .,,, ,, y beneficioso para los interests de to-
con que habiendo dado todas csas facultades que se tdos; oia el olro dia at soefor Jutan Gualberto G6mcz
quieren dar al Secretario de la Guerra y que hasta a otos compancros preocupados con este problema,
ahora pertenecen a la Secretaria de Gobernacion y hubo it punto en le queo l tecia que se acor-
todos los males que han ocurrido en los anos de exis- d t se
cea a La solucidn uria, ........ despu6s de todo, sefio-
tencia Republicana y que queremos evitar con esta res Senadores, no nos encontramos con un problema
ley, so ropitan en la Secretaria de la Guerra por que itevo que ; ha prcentado a Cuba unicamente, sino
hayamos trasladado a la la as mismas causas de csos eon ~ prb e est i solucionado en todos los pue-
males. No quisiera yo que en el Ilr,, despues de bios del imuno; sin ir mnuy lejos podemos fijarnos,
promulgada y en vigor la ley, creando la Secretarin mi s pqe inda, on 1a organizaci6n de nuestra antigua
de la Guerra 1... 10 mismo que la Secretanra nmtripoli, para contpronder que es una cosa de clavo
de Gobernaci6n hacia antes. Que la mezela de los po- pasadto, coo so dice vulgarimete: alli existed el Mi-
liticos y de los militares, la ,,,ii ..,... de los unos so- ist erio de la Gu erra; en ese \ I .. hay un Di-
bre los otros, la distribuci6n de los premios, las re- rector de 1t (uadia civil y otro Director de Carabi-
compensas por los que so afanan por obtener el voto n eet carabineros, qut son militares, que depen-
de los ciudadanos porturba tanto la vida piblica co- ten tde Ia i ...... do la Guerra, cuyos coroneles
bana desdo la Secretaria de la Guerra como desde la vn escalafon al generalato en la proporei6n
Secretariat de Gobernaci6n.
Secretia d Gobercique uo s corresponded, prestan sencillamente el servi-
Recuerdo que en una obra sobre la independencia cio de vigilear el contraband, y con el Instituto de la
do la Amirica del Sur, lei, que cuando el gran Sucre (}uardia Civil mantieiiea el orden on los campos; vic-
despuBs de la famosa batalla de( Pichincha entr6 en non a ser una especie de agents de la Policia Judi-
Quito le denunciaron a un espafiol que habia escrito eit]i a disposici6u de los Alcaldes, sin que dcpendan
y colocado en una calle un pasquin que dccia: "Ulti- en ]o inilitar, sino que dentro de sus organizaciones
mo dia del despotismo y primero de lo mismo" y al mantiencn su independencia y el propio escalaf6n
que no quiso eastigar ( I.. .1 n1,..: "Quien sabe si ese que tienon.
pobre diablo tendra raz6n". Aqui teniamos la (Guardia Rural; so han fusionado
No desco que cuando la Ley so publique so ~.i : i:l] Guardia Rural y el !Ti',. ;.,; hoy tenemos un ejEr-
Hoy termina la ingerencia de la political en cl Ejdr- eito mis numerous, qupe inconniente hay en que
cito en la Secretaria de Gobernaci6n y comnienza en la para las necosidades de los campos, para la vigilancia
Secretaria de la Guerra! de los mismos, para auxiliaries de la policia guberna-
Vamos a separar completamente las funciones de las t.iva y judicial, se destaque dotorminado fnmero de
autoridades militares de las esencialmente political liombres, (iue podia fljar discreoamente la Secretaria
y vamos mientras no tengamos dinero y el Congreso de la Gtuerra, a las 6rdenes de las respectivas auto-
por tanto no pueda rear una organization de poli- ridades en lo que respeeta a los servicios de prestar
cia que cuide del orden pfblico en el campo, a hacer n el campo vigilancia, que como indica el Sr. Torrien-
lo que propongo en mi enmionda, n lo que propone te y es just, no tiene nada que ver con la organiza-
cl Sr. Dolz con la suya. Concluyo reservindome vol- ci6n de ellos, ni con la manera de abastecerse, ni con
vcr despuCs a hablar para explicar mi enmienda, invi- la manera de conducirse?
tando al Scnado quo vote ahora on contra de la del Hay, (por ejemplo cuando las demarcaciones son
Sr. Dolz, porque la croo muy peligrosa, aunque ten- gradess, ,. 'I. i', i.. destacamentos de tres o cuatro sol-






8 DIARIO DE SESIONES DEL SENADO

dados al mando de un official; otros, de seis a ocho Creo que con esta soluci6n arm6nica podemos com-
soldados al mando de un teniente; otros de doce a ca- paginar todos los intereses, y desde luego estoy dis-
torce al mando de un capitan; de modo que no se des- puesto a votar la Secretaria de la Guerra en la forma
compone la organizaci6n military. El capital recorre que estos ramos, y a no votar la enmienda, reiteran-
su zona, ve si las comunicaciones cstan en condicio- do una vex mas, y muy sinceramente, mi agradeci-
nes, si el parque esta prevenido, si el armamento esta miento al ilustre Jefe del Partido.
limpio, si sc cumple la discipline military, y al mismo Sn. M AZA Y ARTOLA: i Es una listima que nos haya-
ticmpo puede hacer los servicios de vigilancia, si inos emancipado de E-p1,o .!
se ha presentado un malhechor, si hay que pcrseguir- SR. DoLz: Pido la palabra.
lo, si se llenan las funciones de policia, sin que se de- SR. PRESIDENTE (NUNEZ) : La tiene el Sr. Dolz.
sorganice el ej6rcito, sin que el Secretario de Gober- SR. DOLZ: Sres. Senadores: No voy a pronunciar
naciln ejerza mando sobre ninguna fuerza pdblica un diseurso, porque ya esta material la tratamos con
y sin que pueda padecer la autononia de los militares. toda la clevaci6n que ella merece al discutirse la to-
Esta es la enmienda que podiamos adoptar, por- talidad del Proyecto de Ley, que cs la oportunidad pa-
que esos elementos hay en el ej6reito, y son nachos, ra desenvolver los puntos fil,,l iin. ii. de eada uno
lo mismo en la oficialidad que centre los soldados, que do los Sres. Senadores que tercien en el debate. Los
proceden del Cuerpo de la Guardia Rural, gente diseursos abora largos, I ...1 -... sobre esta material,
acostumbrada a esto, que bien el Jefe del Estado, nos alejan de la labor concrete en que estamos en estos
bien el Secretario de la Guerra, bien el Jefe del Es- Inomentos empefiados, que es en la redacci6n del ar-
tado Mayor, cualquiera de ellos, ha de conocer per- ticulado.
fectamente las necesidades de cada region, sabri en La material se presta a grande discursos, porque
qu6 region conviene destacar fuerza de infanteria o ella estA relacionada con la libertad, con la democra-
de caballeria, cuales son I.. f. nii., para este servi- cia, con la descentralizaci6n y con todas esas palabras
cio; cuales son de aquellos oficiales los mas aptos por que siempre son propicias para desenvolver sobre
conocer la vida del campo, etc. etc. Y se llena la fun- ]las grande arengas y discursos. Pero en realidad,
ci6n perfectamente, sin aumentar el presupuesto, y no conducen a una finalidad fitil, porque se esta
se desenvuelve todo de una manera lisa y armonica, impugnando mi Enmienda y yo no tengo inconvenien-
y de una manera democratica, que es lo que tratamos to cn suseribir, como declaraciin mia, los discursos
de demostrar. de los queridos i.,,.,.in. -.. que hablaron la otra tar-
SR. MAZA Y ARTOLA: (Int.) Como en Espaia. de y que han hablado esta, y especialmente el Sr. G6-
S. GE : A snilm g dia civil ez que de manera tan sint6tica y admirable, como
SR. GUIEVARA: Allf seneillamente la guardia civil uya, ij6 los puntos de vista mis fundamrnentales en
presta su concurso cuando hay alteraci6n del orden; la materi. Pero no se trata de cso: se trata de una
basta esta policia para intervenir en los que no son dificultad pracitica, y yo me empefio en volver a pre-
graves; y cuando son graves los des6rdenes entonces sentarla ante los ojos de los Sres. Senadores.
las autoridades civiles declinan su responsabilidad en Aqui estamos cou forms todos ya, en que se eree
las militares, y estas asumen el mando, y hasta fun- na Secetarfa de Guerra; es decir en separar el
Ciona el ej6reito. De suerte u esto no puede traer Ej6reito y la Marina con el nonibre de Secretaria de
perturbaciones. Se erea ]a Seeretaria de Guerra y Ma- Guerra y .\I,,., del Departamento de Goberna-
rina, para que llene todas estas funciones, que es lo 1 in ..
mismo que voy a adelantar ahora porque cs oportuno, SR. MAZA Y ARTOLA: (Int.) Menos yo.
y porque no quiero hacer uso do la palabra otra vez, Sa. Do,,z: Menos el Sr. Maza y Artola estamos con-
del problena que tenemos con los e6lebres guardacos- former, en el terreno de los principios, de que esa Se-
tas que so crean para la \I.., I,. National, y que tam- cretaria debo ser exclusivamente para los asuntos de
bien debe crearse otro cuerpo de guardacostas para Guerra y de Marina; lo que se llama en terminos eas-
la Hacienda. No he visto eso en ninguna parte. Los tellanos la guerra y la marina y nada mis; n6 el or-
miembros de la Marina Nacional son micmbros de la den pfiblico ni el, servicio de guardacostas, a que se
Marina Nacional; cuando prestan servicios en una uni- referia el Sr. Guevara, que es un servicio de Aduana
dad de combat es natural que no se les destine a y no un servicio de Marina.
guardacostas; pero cuando prestan sus servicios en De maniera que ni el orden pfiblico ni el servicio
guardacostas, es natural que se les dedique a la vigi- do guardacostas deben star en esa Secretaria, que
lancia d. las costas, para evitar el contrabando, y pre- ;lebe ser exclusivamente de Guerra y Marina; pero en
cisamente llevar a los marines a esa funci6n tiene la imposibilidad de realizar el ideal como lo deseo y
grandisimas ventajas ya que como miembros del cuer- suefio, empezamos a encontrar algunas dificultades en
po National de la Armada estin ligados por el jura- ,l terreno de la prcetica y en esas .1it, ,,l ,,i, es en
mento, por las promesas, por cl honor military, por las que estamos empefiados. Hemos tropezado prime-
la necesidad de mantener un puesto en cl escalaf6n; rO con cl orden pfiblico dentro de las poblaciones y
por el deseo de obtener el dia de mafiana, un nos ha parecido impossible resolverlo...
ascenso, todos estarAn dispuestos a cumplir con SR. MAZA Y ARTOLA: (Int.) Le parece poco el tro-
su deber, y no un cuerpo asi, que no es una cosa piezo?
ni la otra, y que en lugar de perseguir cl contrabando SR. D)OLZ: El tropiezo es regular, pero lo hemos, a
seria probablemente un fomentador del contraban- mi juieio, rsuelto....
do mismo, y sin embargo, no se perturban las rela- SR. MAZA Y ARTOLA: Eso no lo resuelve.
clones por eso, el Secretario de -acienda pedir6 aque- SR. Doiz: Creo (que el orden public dentro de las
llos elements que necesite para los guardacostas y poblaeiones corresponde a las autoridades munici-
aquellos- miembros de la marina de guerra pres- pales, al Alcalde, eonforme a la Constitucion, que
tardn csos servicios en las unidades pequefias. pueden ejercerla porque, buena o mala, tienen una
Igualmente que se puede prestar a que,-y lo digo policia municipal urbana que cuida de ese orden pu-
porque tambien se involucra en esta Ley-aquello de blico; pero en previsidn de que no pueda ser suficien-
la cuesti6n de la organizaci6n de los guardacostas. te esa policia, hemos dicho, si la alteracion es grave






DIARIO DE SESIONES DEL SENADO 9


entonces puede intervenir la Secretaria de la Gue-
rra por medio de los elements de orden con que
cuenta.
Sn. MAZA Y ARTOLA: Pido la palabra.
S,. DOLZ: Para aelarar toda duda, para disipar to-
do temor, empee6 leyendo el articulo del Reglamento
Orgdnico del Ejdrcito, que expresa que la interven-
ci6n de la f. I r pfiblica no debe hacerse, para man-
tener el orden, sino a solicited de las autoridades ci-
viles del termino municipal. Me parece que en esto
no hay iiconveniente; cuando el Alcalde lo pida-que
debe ser el mas interesado en mantener el orden pf-
blico, el mas celoso de su autoridad municipal,-no
debemos tener reparo en que se le preste ese servicio.
Con eso me parece que esth resuelto el problema den-
tro de las poblaciones.
El orden pfiblico fuera de las !..1.1 ,. .... -! Este
es otro punto con que hemos tropezado! Se ha habla-
do de libertad, de la igualdad de los ciudadanos, de
que unos est~n sometidos a la autoridad gubernativa y
otros a los soldados. Esta es una consecuencia ma-
terial: si la polieia urbana no llega sino hasta cier-
tos limits, el vecino que viva fuera de esos limits
no puede estar sometido a un policia que no tiene
alli ninguna jurisdicci6n. Eso es una cosa esencial.
Para mantener el orden fuera de las poblaciones, no
hay, en mi concept, mAs que tres caminos: uno, el
mas constitutional, el mas democratic, el mis des-
centralizador: que los Ayuntamientos tcngan poli-
cia urbana y polieia rural; y el Ej6rcito sea el Ej6r-
cito, para la guerra, para los asuntos relacionados
con ella; y que el orden pfiblico est6 guardado por
la policia urbana dentro de las poblaeiones y por
la policia rural fuera de las i|,.,:.i.-i..i-. nPuede ha-
cerse eso? Eso no se puede hacer, la principal raz6n
esta en que los Ayuntamientos no tienen dinero pa-
ra pagar la polieia urbana, y no les vamos a im-
poner ahora la policia rural; en segundo lugar, yo
-I. i .... ,, t de la bondad de esa policia rural, porque la
policia municipal no es la que inspire mas I.,nI.I, ,1.
fuera de los trmninos urbanizados; pero bicn, ese es un
camino: Policia rural a cargo del Ayuntamiento. jNo
se puede hacer eso ? Pues una policia rural a cargo del
Departamento de Gobernaci6n, un cuerpo de policia
que se l]amard Guardia Civil, policia civica, gendarme-
ria, como quiera llamArsele, que so ocupe del orden pi-
blico fuera de las poblaciones; una especie de polieia
national que tuviera a su cargo el cuidado del orden
puiblico fuera do poblado.
,No se acepta alguno de esos dos caminos? Pues
hay que caer necesariamente en mi enmienda: que
el orden pfblico estl a cargo de los soldados, a cargo
del Ej6reito, a cargo de la Sccretaria de la Guerra,
I .. i de los poblados. No cabe, en mi 16gica, otro cuar-
to c.-mino, no me cabe mAs que esto, una policia ur-
bang del Ayuntamiento, una policia especial a las
6rdenes del Secretario de Gobernaci6n, o, si n6, tenc-
mos que caer en la Secretaria de ]a Guerra, porque
faltan los elements, los organisms neccsarios para
mantener el orden fuera de los poblados.
La Enmienda del Sr. Torriente, queriendo buscar
un cuarto camino donde no hay cuarto camino, que-
riendo dotar de una y otra cosa, result con todos esos
defects, que tienen los sistemas ecl6cticos, cuande a
la fuerza hay que buscar un sistema eclietico. De ma-
Tera que cuando dos estan discutiendo, seg 6n el vie
jo ejemplo del ecleeticismo, y uno dice que uatro y
t natro son ocho, y otro, que euatro y cuatro pon diez,


cl s1itema, entire los eclketicos, es buscar uno nme diga
que cuatro y cuatro son nueve....
Sn. MAZA Y ARTOLA: (Int.) No; las matemiticas son
exactas.
SE. D)oz: El eelecticismo esta representado en ese
ejemplo, para que se yea que no siempre result que
euatro y cuatro son ocho, y que cuatro y cuatro son
diez se busca una transacci6n, se busca uno que diga
que cuatro y cuatro son nueve. Nosotros debemos
buscar una verdadera soluci6n, una soluci6n exacta.
Tiene graves inconvenientes la Enmienda del se-
iior Torriente; si no los tuviese yo la aceptaria, por-
que no estoy discutiendo como Presidente del Senado,
ni como Jefe del Partido Conservador, sino como mero
Senador....
Sn. TORRIENTE: La Enmienda de la otra tarde que
yo he redactado, la he modificado y variado, y pido
que se lea, porque el Sr. Dolz no la conoce.
Sn. Doi,z: Yo me estoy refiriendo a la de la otra
noche; q uisiera que se leyera para conocerla.
Sn. TORRIENTE: Hay dos, la mas corta primero.
SR. PRESIDENTE (NURE) : Cual es la que quiere
el Sr. Dolz que se lea?
Sn. DOLZ: La filtima.

(El Ojicial, Sr. I l,. e., Icyendo):

AL SENADO:
El Senador que suscribe tiene el ionor de proponer
las siguientes enmiendas al Proyecto de Ley que se
dispute creando la Secretaria de la Guerra y Marina:
El Articulo "A" de la Secci6n Primera y todo lo
demAs de la Ley deberA quedar redactado en la forma
siguiente:
Apartado A.-El Secretario de la Guerra y Mari-
na, tendria a su cargo todos los asuntos referentes a
las Fuerzas de Mar y Tierra; a cuyo efecto ]e que-
dan traspasadas por esta Ley todas las facultades con-
signadas en los articulos 127, 128 y 129 de la Ley
Organica del Poder Ejecutivo y las cxpresadas en los
Decretos Orginicos del Ejrrcito y de la Marina en
:uanto no correspondan a otras autoridades a virtud
de lo dispuesto en los articulos siguientes.
Apartado B.-Tambi6n ejercera las facultades con-
signadas en el articulo 130 de la Ley Organica del
Poder Ejecutivo, a excepci6n de lo referente a los Ar-
chivos Nacionales que quedaran a cargo de la Secre-
taria de Gobernaci6n.
Apartado C.-Asimismo le correspondent las fa-
cultades consignadas en el articulo 133 de la referida
Ley, a excepci6n de los edificios del Gobierno ocupa-
dos por la Polieia de ]a Repfblica y a las propiedades
correspondientes a la Secretaria de Gobernaci6n que
continuaran unas y otras a cargo de 6sta.

SECTION SEGUNDA

ORGANIZATION Y PERSONAL

Apartado D.-La Secretaria de la Guerra y Marina
estark formada:
PRIMERO.-Por el Secretario, que podrd serlo
cualquier ciudadano cubano que se halle en el pleno
goce de sus derechos civiles y politicos conform exije
el articulo 76 do la Constituci6n de la Repuiblica.
SEGUNDO.-Por el Departamento de la Guerra
que se organizarh con el personal de que se compon-
ga el Estado Mayor del Ej6rcito.
TERCERO.-Por el Departamento de Marina que






10 DIARIO DE SESIONES DEL SENADO


se organizara con el personal que se ...II..'I--.i el Es-
tado Mayor de la Marina.
Articulo 4.-Se suprime el Negociado de Asuntos
Militares de la Secretaria do Gobernaci6n.
Articulo 5.-Quedan derogadas todas las Leyes,
Decretos, Reglamentos, Ordenes y eualesquiera otras
disposieiones que se opongan al cmnplimiento de la
present que comenzara a regir desde su publicaci6n
en la Guceta Ofi, il de la Repuiblica.

DISPOSICIONES TRANSITORIAS

PRIMERA.-Mientras no sc crecn Cuerpos de Po-
licia Rural dcstinados al servicio de vigilancia y de
conservaci6n del orden fuera do las poblaciones, el
President de la Repfiblica dispondra cuAles y cudn-
tas fnerzas del E i.'^ il.. deberhn prestar dicho servi-
cio y las que a 61 destine dependeran directamente de
las autoridades civiles y judiciales, con el carActer
de Policia Judicial, conforme a lo establecido en las
Leyes y Reglamentos dictados, o que diete el Poder
SEi ...lvo, pudiendo el Presidente de la Repfiblica
disponer que todas las fuerzas del Ej6rcito turnen en
la prestaci6n de los servicios de que se trata.
SEGUNDA.-Las fuerzas del Ej6rcito destacadas
en servicio de vigilancia y conservaci6n del orden fue-
ra de las poblaciones, seguirAn dependiendo de la Se-
cretaria de la Guerra en todo lo que se I. 1.,,- a su
organizaci6n, personal, discipline, instrueci6n, habe-
res y aprovechamiento; pero la misma no ejercera
jurisdicci6n alguna sobre ellas en cuanto a dicho ser-
vicio, en lo que dcpenderAn exclusivamente de las
autoridades civiles y judiciales.
TERCERA.-Todas las fuerzas destacadas para el
servicio de vigilancia y eonservaci6n del orden fuera
de las poblaciones usarAn un distintivo que no per-
mita confundirlas con las demas del E.'..:- i. y no po-
dran prestar servicio alguno dentro do las poblaciones,
en las que la vigilancia corresponde a los Cuerpos de
Policia, sin que hayan side previamente requeridas
para ello por las autoridades civiles o judiciales que
tengan facultades para hacer dicho requerimiento.
CUARTA.-Dentro del t6rmino de un afio ~ con-
tar desde la feeha de la promulgaci6n de la present
Ley el Poder Ejecutivo propondri al Congreso la
organizaci6n de uno o various Cuerpos de Policia o
Guardia Rural que dependiendo exclusivamente de
las autoridades civiles y judiciales presten el servicio
de vigilancia,protccci6n de las personas y propieda-
des y conservaci6n del orden 1 I. d.o de las pob]aciones.
Habana, Julio 6 de 1917.
Cosie de la Torriente.

SR. TORRIENTE: L6ase tambi6n la otra, que es ar-
ticulo "A".

(El Oficial, Sr. II, I.-, leyendo):

AL SENADO:
El Senador que suscribe propone la siguiente adi-
ci6n al Proyeeto de Ley que se discnte:
El President de la Reptiblica dispondrA cuales y
cuAntas fuerzas del Ej6rcito deberAn prestar el ser-
vicio de vigilancia y de conservaci6n del orden pii-
blico fnera de las poblaciones mientras no se cr6en
Cuerpos de Policia Rural destinados a esa i, i11.1; .i.
Las I ...., que el Presidente de la Repfiblica des-
tine a este servicio dependeran directamente de la
Secretaria de Gobernaci6n y de las demas Autoridades


gubernativas y .,,1ii.; 1 d. con el carecter de Policia
Judicial conforme a lo establecido en las Leyes y Re-
glamentos dictados o que dicto el Poder Ejecutivo.
El Presidonte de la Repuiblia podra disponer que
today ls as terzas del Ej6iriit0o turned on los servicios
de que so trata.
Las fuerzas destacadas en servicios de vigilancia
y de conservaci6n del orden public seguiran depen-
diendo de la Secretaria de la Guerra en todo lo que
se refiera a su organizaci6ni, discipline y aprovisiona-
miento; pero la misma no ejercerA jurisdicci6n al-
guna sobre ellas en cuAnto a dichos servicios.
Habana, Julio 4 de 1917.

Cosme de la Torriente.

So. DOLZ: Pido la palabra.
SR. PRESIDENT (NUNEZ) : La tiene el Sr. Dolz.
Si. DOLZ: Siento tenor que .-- 1 1, .... mi argumen-
taci6n, puesto que sigo viendo los inconvenientes de
esa Enmienda, de ese eclecticismo del Sr. Torriente.
( In, que desdo el pupitre del querido amigo .-.,...r
G(uevara, se arreglan las cuestiones perfectamente.
El maneja alli i" i .1 n i. una part del ej6rcito
y lo pone para cuidar el orden piblico a cargo del Al-
calde; el soldado obedece al Alcalde, y en la organiza-
ci6n obedece al Seeretario de la Guerra. De la misma
mantra la euesti6n do guardacostas; los deja en la
Secretaria de ..i i in ; pero cuando quiere, van al
Servicio de Aduana y entonces obedece a los adminis-
tradores de Aduana.
SE. MAZA Y AETOLA: Como en Espafia.
S1. Donz: Como en ninguna parte: eso no pasa en
ninguna part.
S. GUEcVARA : No en los Estados Unidos.
SR. DOLZ: En los Estados Unidos el servicio de
guardacostas no depend de la Secretaria de Guerra
y .\i.. i d.i, sino de la Secretaria de Hacienda.
So. GUEVARA: Se explica.
So. DorL: Se explica, porque es servicio de guarda-
costas. Cuando un servicio de guardacostas depend
de la Secretaria de Guerra y Marina, no puede estar
subordinado a los administradores de Aduana, es
absolutamente impossible. Es impossible que los mari-
nos, con sus tenientes, con sus comandantes, con sus
jerarquias y sus secretaries y con su organizaci6n
maritima, admitan de pronto que se intercale una au-
toridad con cl nombre de Administrador de Aduana
para mandarlos y dirigirlos; como es impossible que
un ej6rcito, si es ej6rcito, deje a sus tenientes, capi-
tanes, comain andtes y coroneles, y al Secretario de la
Guerra, y de buenas a primera tenga que obedecer
ordenes de un alcalde o de un gobernador. Eso es ab-
solutamente possible en la prhetica.
Si el Sr. Torriente sacara una parte de nuestro
ej6reito y dijera: "esta part del ej6rcito definitiva-
mente se va do la Seeretaria de la Guerra para siem-
pro, rompe su nexo con los jefes y lo entrega a la obe-
diencia y a la discipline del Secretario de Goberna-
ci6n, el Sr. Torriente habria creado una policia de
orden p1iblico de caracter gubernativo y la habria
segregado del ejercito; pero el Sr. Torriente quiere
en su eclecticismo, que no va a resultar en la practice,
sacarlo de la Secretaria de Gobernaci6n y dejarlo en
la de ]a Guerra; y eso es lo que no puede lograr el
Sr. Torriente, eso es impossible que lo logre.
So. TORRIENTE : Pido la palabra.
SR. DOLZ: gA quien estan subordinados los nime-
ros que estin encargados de guardar el orden fuera






DIARIO DE SESIONES DEL SENADO 11

do las i..1..li.i..-,? ,A qu6 autoridad obedecen? blico. Cuando l1 me encuentre una entidad que cuide
SQu6 instruceiones siguen? Cuando el coronel les di- de ese orden pilblico fuera dc las poblaciones, en se-
ga que deben destacarse de tal manera para evitar una guida retirare mi Enmienda.
alteraci6n del orden pfiblico y el alcalde les d6 las ins- Sn. MAZA Y AnTOLA: Eso es to que no encuentran
trucciones de otra manera ga cual dc las dos autori- los partidarios de la Sceretaria de la Guerra.
dads obcdeceran? Me parecc impossible cn el terreno Sn. .Aii i .1 -: Ali est i mi Eumienda a la Enmien-
de la practice. da del Sr. Torriente, que resuelve el particular.
Si el Senado entero me derrota, me quedar6 tan SR. DoLz: Tendrd mtucho gusto en oirla, porque me
tranquil como antes; he salvado mi criterio particu- parecc que el problema es insoluble.
lar, puramente personal. A lo mas que yo puedo lle- SR. MORALES: Suprimo el filtimo pArrafo.
gar es a que se diga que el orden pilblico dentro y fue- SR. Yi,:io: Pido la palabra.
ra de las poblaciones esti encomendado a los Alcal- SE. TORRIENTE: Yo la tengo pedida.
des, y que en una disposici6n transitoria se diga que SR. YERO: Yo he podido la palabra para una Cues-
micntras no haya una policia rural o una policia na- ti6n Incidental: para pedir la pr6rroga de la Sesi6n
cional, un Cuerpo de Policia Nacional, a las hasta la terminaci6n de la discusi6n de esta Ley.
6rdcncs del Departamento de Gobernaci6n, mien- SR. MAZA Y AnrTOA: Del Proyeeto todo?
tras esto no se haga por el Congreso, el orden SR. YERO: Si, senior.
public fuera de las poblaciones seguirt como hasta SR. .1 .... Y An'roLA: Hay muehos articulos toda-
ahora encomendado al Ejercito, conform a las Le- via y lay varias Enmiendas y Enmiendas de En-
yes vigentes, es dccir, el status quo, mientras no so miendas. ~A qud hora nos iremos? Los que estamos
resualva el particular; pero es muy duro que se me aqui dcsdo las trees de la tarde, tenemos derecho a
quiera obligar a que yo abandon el status quo, a que pedir que la Sesi6n se acabe a la hora reglamentaria.
abandon la Legislaci6n vigente, y no se me presented Propongo, por tanto, que se prorroguc la Sesi6n
en frente mnas que discursos, pero no soluciones con- hasta votarse la El.... l.1.. del Sr. Dolz. Modifico en
cretas que determine a quien debe corresponder esa ese sentido la Proposici6n del Sr. Yero.
funci6n, a cargo de quien debe estar el orden pilbli- SR. MORALES: Podemos prorrogar la Sesi6n hasta
co de una manera adecuada, de una maucra que ins- que se vote el articulo.
pire confianza, que inspire garantia. No es posiblueque SR. -.1 Y ARTOLA: Hay una Enmienda del Sr. To-
el Ejercito, como ejercito, deje de pertenecer a la Sc- rriente que puede dar lugar a discusi6n.
cretaria.de la Guerra. No es possible un cuerpo de ejer- Yo propongo que se prorroguc la Sesi6n hasta votar
cito quc estA sometido a esta otra jurisdiccion, y la Enmienda del Sr. Dolz.
que aqui lo esta, no es possible debido a la obediencia, SR. YLRO: Acepto la Proposici6n del Sr. Maza y
no es possible a la discipline, no es possible debido a Artola.
la jerarquia; a mi me pareco prActicamente impo- SR. PRESIDENTE (NUtNEZ) : Aprueba el Senado la
sible. pr6rroga de la Sesi6n hasta que se vote la Enmienda
No me opongo a nada. Quieren los Srcs. Senado- del Sr. Dolz?
res quc el orden public fuera de las poblaciones este (Seiualcs .: ..... ..).
a cargo de los Alcaldes Municipales? Propongan una Aprobada.
Moci6n, screen la Guardia Rural a cargo de los Alcal- Se va a leer la Enmienda del Sr. Morales.
des Municipales. j No les gusta? l Quieren que depen-
da del Departamento de Gobernaci6n? Creen una (El Oficial, Sr. Muioz, leyendo):
guardia dc policia a cargo del Departamento de Go-
bernaci6n; pero no me argumenten, no me discutan, ADICION
no me rompan la discipline, no me saqucn el E i'.-;..
dejndolo come cjrcito para ponerlo a las 6rdenes Este Cuerpo se denominara: Cuerpo de Policia
dejandolo como ajereito para ponerlo alas 6rdenes Rural.
de autoridades a las que esos soldados no estAn some- olas a s, co
s. e e e Los soldados destinados a este servicio, cuyo nilme-
tidos. Me parec que es un puno pretio. ro no exccderA de tries mil (3.000), gozaran de una
Ademas Sres. Senadores, le han tornado miedo al ,,i.... .... del veinte por ciento (20o o) sobre sus
orden pfiblico. No es propiamente el orden pfiblico baberes. tUsarAn distintivo especial y seran conside-
lo que n este caso cuidaria el Ejercito; el orden pu- rados como Agentes do la Autoridad, con todos sus
blico es un concept complcjo, como decia muy bien deberes, derecehos y obligaciones. Deberan reunir las
el Sr. Juan Gualberto G6mez el otro dia, el orden pd- condieiones que se exigen para ser miembro de la Po-
blico se refiere a casi toda la vida ciudadana. No es licia Naeional.
ese el orden que van a cuidar los soldados. Si se tra- Palacio del Senado, Habana, 4 de Julio de 1917.
ta de establecer, por ejemplo, un caf6, una tienda en
una carretera, fucra de las poblaciones, a quin so Vidal Morales.
le pedira licencia? El Alcalde Municipal es quien la
dara, el que regularA el trifico por las carreteras, y SR. DoLz: No s6 si he comprcndido bien esa En-
A1 dira las medidas que deben tener los zunchos de los mionda, pero para mi quiere decir que el Sr. Morales
vehiculos. Qui6n dispondrA todo eso? Los Alcaldes segrega definitivamente del E .' ;i......
-' .iuI. I.,.i. Todo eso es el orden pfiblico. Todo eso SR. MORALES: Lo segrego, pero no definitivamen-
queda a cargo de las autoridades municipales. No es te; es que ]e dov I,, ,,i ,.i al Presidente de la
ese el orden pilblico, es el ordcn material, el finico que Repfiblica para quitarlos del Ej6reito y ponerlos en
cuidan los soldados, es decir, que no rifian los veci- l Cuerpo de Policia y mientras est6n en ese cuerpo
nos, que no se robe.... eonstituirair n ncuerpo de policia con educaci6n mi-
SR. MAZA Y AARTOLA: Pero eso puede convertirse en litar.
desorden pilblico. SR. TORRIENTE: Eso es lo que yo propongo.
SR. DOLZ: No quiero que el Sr. Maza y Artola me SR. DOLZ: Pero cuando el Presidente los puede des-
argumente, sino que me diga qui6n cuida del orden pfi- tinar a ese servicio, es que lo segrega definitivamente.






12 DIARIO DE SESIONES DEL SENADO


Claro es que no hay nada definitive en la vida; pero
lo important es poner una line divisoria, un muro
de separaci6n entire ambas cosas.
SPuede el Sr. President de la Repfiblica a esos
soldados y oficiales que ha mandado a ese Cuerpo,
volver a traerlos al Ejercito?
SR. MORALES: Si puede.
SR. DOLZ: Pues entonces es el Ejercito! De otra ma-
nera no lo entiendo.
SR. MORALES: Si el Sr. Dolz y la Presidencia me lo
permiten, voy a explicarle esa Enmienda al Sr. Dolz.
SR. DOLZ: Por mi part, con much gusto.
SR. PRESIDENTE (NUREZ) : Tiene la palabra el
Sr. Morales.
SR. MORALES: De la Enmienda del Sr. Torriente
acepto el primer pirrafo, que se refiere a autorizar
al President de la Reufiblica para que individuos
del Ej6rcito pasen a former parte de ese Cuerpo de
Seguridad y autoriza al Presidente para turner en
ese servicio a los individuos del Ejeroito; pero su-
primo el segundo parrafo de dicha Enmienda por la
diticultal que veia el Sr. Dolz, para evitar que esos
soldados que estin en ese Cuerpo de Seguridad Pl-
blica dependan del Secretario de la Guerra y del Se-
cretario de Gobernaci6n y surja el conflict de tener
que obedocer a dos jefes de cardcter completamente
distinto.
El objeto de mi Enmienda es que desde el memento
en que el Presidente de la Repfiblica escoja un ni-
mero de soldados y los made al Cuerpo de Seguri-
dad, ya no son soldados sometidos a la obediencia
del Secretario de la Guerra, sino miembros de un
Cuerpo de Seguridad pfiblica, que depend de la Se-
cretaria de Gobernaci6n y con eso creamos el Cuerpo
sin un aumento extraordinario para el presupuesto,
porque simplemente se les aumentaria a cstos soldados
el veinte por ciento de sus haberes.
SR. MORALES: Ya esti el Cuerpo creado sin ninguna
de las dificultades con que el Gobierno podria tro-
pezar, que es a lo que se refiere el Sr. G6mez.
Yo no comprendo que un individuo que est6 so-
metido al mismo tiempo a una discipline y a un Se.
cretario de Gobernaci6n, pues deja de estar someti-
do al Ej6reito mientras est6 en ese Cuerpo, pero el
Sr. President de la Repfiblica puede quitarlos de ese
servicio y devolverlos al Ej6rcito, porque eso no afec-
ta al Cuerpo en si, ni al Secretario de Gobernaci6n.
El Sr. President de la Repfiblica puede todos los
anios, o cada dos, o cada seis, quitar mil individuos del
Ej6rcito y entregarlos al Secretario de Gobernaci6n
para ese Cuerpo, mil individuos, de los mejores del
Ej6rcito; seria una policia que tendria una organi-
zaci6n military con esa ventaja, y que seria dirigida
por un hombre civil. No veo el inconvenient de ha-
cerlo asi....
SR. DOLz: Continuando mi discurso....
SR. MORALES: Ah!, perd6neme el Sr. Dolz la inte-
rrupci6n.
Sn. DOLZ: Al contrario, he tenido much gusto en
oir al Sr. Morales.
Si el Sr. Morales segregara todos los afios un nu-
mero determinado de individuos del Ej6rcito para con
ellos constituir de manera definitive ese Cuerpo, creo
que eso pudiera traer en lo porvenir sus inconvenien-
tes; pero yo le diria, tendrd sus inconvenientes, pero
estarian resueltas las dificultades....
SR. MORALES: Esa Enmienda a la Enmienda, la
aceptaria el Sr. Dolz?
SR. DOLZ: Pero si el Sr. Morales sigue sosteniendo


que el Sr. President de la Reptiblica puede coger del
Ej6rcito soldados y traerlos de alli para ac, y devol-
verlos al Ej6rcito despu6s, le diria que eso no es po-
sible. El Ej6reito tiene su antigiiedad, su escalaf6n;
no es possible hacer eso porque seria quebrantar la
discipline; eso es una ficei6n, y la ficei6n nunca da
buen resultado....
SR. MORALES: Si no hubiese otra dificultad, ya es-
taria resuelto, porque yo aceptaria.
SR. DOLz: A mi me gusta en estos debates, que no
son de diseursos sino de meros razonamientos, fijar
con perfect claridad los puntos, pero no porque lo
acepte. Le he dicho al Sr. Morales que si lo que l1
pretend cs agregar i, iili 1,1- 1i: 1 .- ese nicleo, ha
creado el Cuerpo, eso no se le puede negar; ahi esta
cl Cuerpo cono una ri.-. in., y es una de las tres solu-
ciones que puede tender cl problema, si no vine el tra-
siego de individuos de ese Cuerpo al Ejercito, por-
que ya entonces seria'buscar la cuarta ecl6ctica solu-
ci6n que para mi no existe.
Si ese es el |i..1.L-,.. ya tiene otro inconvenient.
SR. MORALES: i Entonces, el Sr. Dolz no quiere nin-
guna soluci6n!
SR. DOLZ: Si estuvieramos al principio del Mundo,
en que la mujer se hizo de la costilla del hombre,
quizs .... Pero eso do crear con un pedazo del Ej6r-
cito, ese Cuerpo, no es possible; no debemos qi. brl-.lar
de ninguna manera el Ej6rcito, y eso es rear el Cuer-
po mermando nuestro Ej6reito.
SR. Mi..i. .,i : Esos soldados, que sobrarian en el
Ejereito funcionarian como policias....
SR. DOLz: Vamos a crear un Cuerpo Civico de Po-
licia, pero no quitemos un pedazo de nuestro Ej6r-
cito i'or cqu hemos de menoseabarlo? Ese seria otro
problema. Pero quedaria resuelto en c1 sent'do de que
Cs uI Cuerpo de Policia Nacional, que puedo star a
las 6rdenes del Secretario de Gobernaci6n en tanto se
le substraiga de todo nexo, de todo escalaf6n, de to-
da categoria y de toda relaci6n con el Ej6rcito.
Pero si se le deja con nexo, con categoria y escala-
In en el Ej6rcito, me opongo a eso, porque va a dar
mnuy malos resultados. Qu6 inconveniente tinen los
Sres. Senadores en que continfie la Legislaci6n vi-
gente? Sres. Senadores, hemos vivido con esto has-
ta ahora....
SR. MORALES: Pero muy mal.
SR. DOLZ: Ali,.-t.-, vamos a hacer una cosa: a fi-
jar en un articulo transitorio que a la Secretaria de
la Guerra solamente le incumbiran los asuntos que
se refieran a guerra y marina, exclusivamente, y no
hablar del orden pdblico en las poblaciones.
SR. TORRIENTE: Eso se dice en mi articulo.
SR. DOLZ: Pero debemos convenir desde ahora una
transitoria.
SR, TORRIENTE: Mi Enmienda es una transitoria.
SR. DoLz: Mientras no se cree en los Ayuntamien-
tos la policia rural o se cree un Cuerpo de Guardia
Rural o con cualquiera otra denominaci6n que est6 a
las 6rdenes del Secretario de Gobernaci6n, continua-
r el orden pfiblico fuera de las poblaciones en la mis-
ma form en que esta establecido por la Ley vigente;
y hemos resuelto el particular con esa transitoria.
SR. MAZA Y ARTOLA: Pido la palabra.
SR. PRESIDENT (NUREZ) : La tiene el Sr. Maza y
Artola.
SR. MAZA Y ARTOLA: Sres. Senadores: Si los argu-
mentos que empl6e la otra tarde para impugnar la
totalidad de este Proyecto no hubieran sido tan con-
tundentes como lo fueron, 6stas diferencias, 6ste de-








DIARIO DE SESIONES DEL SENADO 13

bate que ya se prolonga mas de lo regular, 6sta im- cuAntas de esas cosas que se supusieron eran suefios
posibilidad de ponerse de acuerdo cuantos hasta ahora mios,, sefiores Senadores, se han realizado! i OjalA no
han tornado parte en l1, respect de donde debe estar ]o hubieran sido algunas de ellas! Si eran suefos ha-
el orden pfiblico, y en caso de distribuirse entire las dos bra que convenir en que fueron prof6ticos. Y en ese
Secretarias, la de Guerra y Marina y la de Goberna- caso no mereccn menosprccio. Entoncces aqui no hubo
ci6n, en que proporei6n y en qu6 forma debe hacerse mAs que un Senador que se opusiera en definitive a
esa distribuci6n, ya serian bastantes para darme toda la Ley de Defensa Econ6mica, pues al principio tuvo
la raz6n. No sigan rompi6ndose la cabeza los Sres. Se- no pocos opositores. Y ese, todos saben que fui y6.
nadores. Tal como ese problema se ha planteado no A. que no recuerdan los seilores Senadores por qu6
tiene soluci6n satisfactoria. La que se le d6, cualquie- y c6mo me opuse a aquella refundici6n? Voy a permi-
ra que sea su forma, va a tenerse que lamentar por- tirme despertar su memorial sobre ello. Acaso los que
que al llevarse a la prectica, una de dos: o dara lu- en aquella oportunidad se rieran de mis predieciones
gar a graves conflicts muy pronto, o no producira hoy se sorprendan creyendo que lo que van a oir, es
el efecto apetecido. De todas maneras pues la Ley se- mas bien el relate que ahora se hace de heehos recien-
rA un fracaso. tes. He aqui al pi6 de la letra mis palabras:
El Sr. Juan Gualberto G6mez estuvo muy oportu-
no la otra tarde cuando en el curso de su muy elo- (Leyendo):
cuente oraci6n di6 una ojeada retrospective sobre este
asunto. Debi6 haber merecido mas nuestra atenci6n S Sa e -
el brillante resume hist6rico que nos hizo, primero, Pero, ademnsi Sres. Senadores tiene este Proyec-
de la organizaci6n y reorganizaci6n de la Guardia Ru- to de rcfundicion otra gravedad. Estc muy reeiente
ral, despues, de la ereaei6n del Ej6reito Permanente aun el dia en que nosotros con much entusiasmo y
y, por filtimo, de la refundici6n de ambos Cuerpos con la mejor voluntad y la mas acendrada fe en el
y, por ltimo, de la refundiei6n de ambos Cuerpos E diseutimos y votamos aqui una Ley de
en uno solo, hasta llegar al memento actual, asi como retire. mili scutimoos sabeny votamos aqu se hizo de
las acertadas observaciones con que lo ilustr6, pues ret aulitar. Todos sabii6n quen elmal us. Todoue se hizo de
teniendo presents los primeros errors de ese proce- enterados d c uantas extralimitai ones e inustiias,
so, las dificultades a que dieron lugar y los nuevos entados de cuatas extralmitaciones e ijusticias,
errors que se cometieron al tratar de subsanarlos, y de cuantos excess al amparo o con cl pretex-
seria mas probable que no cayeramos en los mismos to d esa autorizacsi n se realzaron, mhasta el pun-
u otros analogos ahora que, si n6 de un mode tan ra- to do dejarse, si he de career en mis nformacio-
dical, en su supreme direcci6n queremos volver a to- nos, las eajas del E.i.'r.~_i y de la Rural, exhaustas
car las fucrzas armadas, en lo que esta cuesti6n no y por algfin tiempo impedidas de tender a esos re-
so diferencia much de esas anteriores. tiros; y no fueron favorccidos principalmente sine
los ahijados de los amigos y paniaguados del Sr.
No hay duda que aquellas organizaciones y reor- IPresidente de la Repiblica. Eso es lo que ahora se
ganizaciones respondieron casi todas a neccesidades del quiere hacer de nuevo? Para eso so van a reorga-
memento per lo que sus defects provinicron princi- iar las Fuerzas Armadas? Seria muy grave, de
palmente de la forma en que se hicieron. Si s6lo hu-i a gravedad extraordinaria. Nuestros institutes
bo de crearse primero Guardia Rural fu6 porque so armados no tienen por objeto i. ,,.i. ,.... de nin-
consider6 entonces innecesario un Ej6rcito, y si des- 'una invasion extranjera. Solo pueden tener estos
pu6s, se cre6 el Permanente, debiose a que a la falta dos fines: uno esencialmente policiaco, el de vigilar
de Ei.'.-it..s se atribuy6 en parte la inmpotencia del por la seguridad pfiblica en la paz, y otro guerrero,
Gobierno de Estrada Palma para reprimir la revolu- en el case de una alteraci6n del orden, pero en este
ci6n de Agosto. Luego las rivalidades entire ambos easo sus adversaries solo podrian ser otros cubanos.
euerpos y la necesidad de dedicar mis eontingente de Consid&rese lo peligroso que seria tener descontentos
fuerzas a la vigilancia de los campos parcci6 i-l;fi, a los miembros de esos intitutos y por medidas injus-
car su refundici6n. Hubo si embargo contra ella sus tas que contra ellos se adoptaran y particularmente
recelos porque estuvo el Sr. President de la Repf- a los Jefes y Oficiales. Ya se les disgust bastante
blica recomendandola en varies mensajes sin que el con la aplicaci6n de la Ley del Retire. Ellos co-
Congreso le hiciera case. Mas do repent se consider mo buenos patriots, disciplinados, han mordido el
de gran urgencia y come easi siempre hace el Eje- cordobin; pero acaso no se hayan borrado las
cutivo cuando tiene empefio en algun Proyceeto diri- huellas de esos disgustos, porque los hombres lo
giose a la mayoria de C..r.-c..-i-l,. diciendoles: perdonan todo en la vida menos las injusticias.
"Es necesario hacer esto de cualquier mancra, por- A eso no se doblega uno nunca, no se conform
que asi conviene. No s6 si afiadiria: al Sr. President, jamAs nadic; y aqu1l que se consideraba con un
o al interns general de la Repfblica". Es probable dereeho que fu6 olvidado y hasta escarnecido per
que se dijera esto filtimo. La forma que so empleara privilegios concedidos a favor de quienes no te-
poco import; el heeho fu6, aun cuando sc ,I,,ll 1 i- nilan ninguno, o menos que el suyo, se habra
tara otra cosa, que mhs obedeci6 a la conveniencia mostrado sumiso y obedient, porque asi se lo ha
de los que gobernaban, ese empefio, por ]o quo de llo exigido su situaci6n, pero acaso afin guard sus
tuvo que resentirse la refundici6n. La oportunidad resentimientos. Si ahora se les vuelve a disgustar
que aprovoch6 para llevarlo a cabo fu6 aquella en que pretiriuAdolos de nuovo, o se disgusta a otros mas
se estim6 que era necesario resolver conflicts econ6- para. iavorecer a intimos y paniaguados de los Se-
micos graves que se crey6 planteaba para Cuba el es- eretarios del lDespacho o de los amigos del Sr. Pre-
tallido de la Guerra E,,i.., Y en la Ley que so lla- sidente, ah! Sres. Senadores, el descontento cundira
m6 de Defensa Econ6mica, se incluy6 una Secci6n mas en el Ej6rcito y el dia que nosotros lo necesite-
que tenia varies articulos destinados a ese particular. mos, que lo necesite el Gobierno para haeerle frente
En este lugar y fuera de A1 se ha dicho innumera- a cualquier fracci6n que desgraciadamente se alce-y
bles veces que soy un sofiador! No hace much so lo ojala que no suceda nunca-quizAs no encuentre
hemos oido decir al Sr. Wilfredo FernAndez; pero en todos la misma discipline, quizAs en algunos ese









14 DIARIO DE SESIONES DEL SENADO


sentimiento de indignaci6n reprimido salga a la
.I.. h .... y se desborde, porque no vamos a ser no-
sotros el finico pals en done eso no ha sncedido, en
donde eso no puede suceder. Sc han dado y se dan
en casi todos los paises, afin en tiempos de paz, las
insubordinaciones del Ej6rcito y hasta los pronun-
ciamientos, que pueden agravar extraordinariamente
una situaci6n, acaso sencillisima, de alteraci6n del
orden, que :i' d l ii, i. sea dable dominar y que, sin
embargo, la venga a complicar gravemente el des-
contento reinante entire los cncargados de reprimirla.
Yo s6e 1.- muchos no sc atreverAn a tanto; conoz-
co cl patriotism y la diseiplina, sobre todo de los
Jefes y 01,.; ;1. de nuestro Ej6reito; mas vale, sin
embargo, no exponernos al peligro de que caigan
en esa tentaci6n".
Estas palabras me fueron oidas aquel dia como
quien oye Ilover. A nadie le impresionaron. i Si quien
las proinneiaba era un gran sofiador! Ahora que todo
aqnello por mi previsto se ha realizado sse recorda-
ran con ]a misma indiferencia?
SR. Doiz: A mni no me impresionan todavia.
SR. \i .:. y ARTOLA: ; Que van a impresionar al
Sr. Dolz! Ya sabemos que no se impresiona por nada.
La coraza de que esta casi siempre revestido es inny
dura! Los aeonteeimicntos por muy graves que scan
no le hacen mella de ninguna especie! tLo que re-
cientemente ha ocurrido con el Ej6rcito no fnu lo
mismo que anuinci? ; Qu6 vA, absolutamente! Segfin
el Sr. Dolz ....
Tambi6n, Sres. Senadores, hube de i. f, ;,.. a
nuestra Marina en aquel discurso.
Recordarase que por el mismo Proyecto de Ley se
proponia que todo su servicio hasta entonces adscrip-
to a la Secretaria de Hacienda, pasara a la de Go-
bornaciOn, y .;n. con ello tampoco estuve conform.
Oigase con que razones me opuse:

(r. ... ,,,7.,) :

"Por filtimo, so autoriza tambi6n al Ejecutivo para
que la Marina Nacional se ineorpore al F I.'.;i,. y
quede bajo la jefatura de la Secretaria de Gober-
nacidn. Este fun nn anhelo del Ejecutivo dcsde ha-
cc algfin tiempo, mejor dicho, del Sr. Secretario de
Gobernaci6n, qnie Ie parece que son pocas las fuer-
zas que tiene a sus Ordenes y ann quiere tener mu-
chas mIis.
Nuestra Marina debe poseer un carActer exclusiva-
montee de policia de Aduana. Nosotros no la necesi-
tamos para otra cosa por ahora, ni debemos abrigar
la pretension do emplearla en otro objeto; y con esta
inedida adquiere el character de armada, lo que cons-
tituye nna pretensi6n irrisoria, porque nuestra Ma-
rina, para los fines a que se dedica, esta bien, no ha-
ce mal papel, Ilena sus fines; pero destinada a ese
nuevo objeto, adoniriendo ese nuevo caracter si re-
sulta ridicule, y acaso no enmpla tan bien los fines
para quoe h16 creada y para lo que unicamente la
nec esitatnos ".
Respecto do este punto si que no puede decir el
Sr. D)olz que todavia no le han imprcsionado los fil-
timios acontecimientos, para darme la raz6n, porque
ha presentado nn Proyccto de Ley tendientc a que
vnelva a la Secreltaria de Hacienda el servicio de
,'uardaeostas, que por virtud de aquella Ley de De-
fensa Econ6mica hubo de pasar a la de Gobernaci6n.
No me haga sefiales negatives el Sr. Dolz porque
sobre el pupitre tengo una copia de su Proposici6n
y hasta he side el ponente y emitido el correspondien-


te in f... o.. en la Comisi6n respective. Por cierto que
en sentido contrario, a causa de quedarse a mitad
del camino en esa rectificaci6n, pues lleva el resto
de la Marina a la Secretaria de la Guerra que por
eso se llama de Guerra y Marina, de acuerdo con la
Ley de su creaciin de que no soy partidario. Mani-
fiesto, no obstantc, que en principio no dejo de estar
conform con la idea que en part reconoce la raz6n
que tuve euando me opuse a que se le quitara a la
Secretaria de Hacienda servicio tan important, que
era el complomento indispensable del de Aduanas
ya que para la vigilancia de las importaciones y per-
seici6n de los contrabandos no basta la policia de
los puertos adda la gran extension de nuestro literal
maritime. So necesita ademas una aetiva y constan-
te inspecei6n en los mares que nos circundan o por
lo menos en nuestras costas a todas las que no pue-.
den llegar esos fnncionarios mas que por medio de
unidades navales apropiadas, siqniera sean solo guar-
dacostas siempre que su nfimero fuere suficiente.
De todos modos, como este criterio que desde hace
tiempo sostenia yo, hubo de combatirlo antes el senior
Dolz es indudable que lo ha rectificado. Y ga que
punde deberse este cambio sino a que lo haya impre-
sionado cl fr:i[.ti- qul en la prActica tuvo aquella
reform ?
Pero es que si encaminamos bien todo lo que quie-
re ahora el Sr. I)olz acabaremos por ver que
no se limit a este solo extreme sn ', ii.. .., i pues
bien esta indicando que espera a que se vuelva a
crear un Cuerpo de Policia rural, ya para ponerlo
a las 6rdens de los Alcaldes, como la Policia Munici-
pal, ya a las del Secretario de Gobernaci6n, es decir,
qnu asi la creacidn do la Secretaria de Guerra y Ma-
rina, no seria mas que un pretexto para volver a la
antigua division do las fuerzas armadas en fuerzas
encargadas do conservacidn del orden pfiblico y
fuerzas dedicadas exclusivamente a fines guerreros.
Ein efecto, 6sta seria la nica soluci6n de uno do
los aspects del problmia. Mas siempre el otro que
da(rfa, en pi6, pues con ello no conseguiria el Sr. Dolz
la fiu:ilil,;il que principalmente persigue con la re-
forma que segfin parece es quitarle al Secretario de
Gobernaci6n la influencia political que hoy tiene por-
que scgnirfa entonCes a su cargo, el orden pfiblico y
a su disposicidn las fnerzas que estimara necesarias
para sostenerlo.
SR. D)oLz: Policia.
Sn. MAZA v ARTOLA: Policia, Ej6rcito, ll6mese co-
mo so quiera, son fuerzas al fin.
Sn. DoLZ: Ese es nn cuerpo de policia.
SR. MiAZA ARaOLA: Cuerpo de Policia que daria
el misimo resultado de un Ej6rcito. No dependeria
mins que del niumero de individuos de que constara,
de su importancia. Con una agravante: No se olvide
que cuando se propuso en una part del Proyecto de
Ley de DIef'esa Econ6mica la refnndiei6n, nno de los
pretextos que so dieron para justificarla fue como ya
he dicho, (pie habian surgido y surgian constante-
Inmnte entire la Guardia Rural y el Ejercito Perma-
nonle conflictos por celos y rivalidades entire ambos
Cnerpos, a que daba lugar su separaci6n y que do-
sap;lrecerian unifieandose, lo cual nadie osara near
quite ora verdad si bien sus causes podian star mis
en la desacertada direcei6n de ]a Secretaria de Ha-
cienda.
Volvi6ndose al antiguo sistema g estamos seguros de
(que no so repetirin los mismos o mayors conflictos?
iNo habrA cononces mayors motives para ellos?









DIARIO DE SESIONES DEL SENADO 15

Una de dos, o aquello fu6 un simple pretexto, y no quia, ademas de la que mantenga en sus manos el
tuvieron esos razonanientos nunca verdadera im- Presidente de la Repdblica, por razon de so cargo,
portancia, en cuyo caso fuimos engafiados y podemos y que tiene sobre el E i.'.-.;... direectamente, por esa
serlo otra vez ahora, o fu6 en verdad un serio fun- jerarquia ha de sentirse con una influencia especial
damento que j~i-l...' aquella separaci6n. De todos propia, sobre el Ej6rcito, mayor que la que tiene el
modos pucs la creaei6n de un nuevo Cucrpo de Poli- actual Seeretario de Gobernaci6n, o ha podido tener
cia o sea de una nueva fuerza armada independiente ga qu, no se atrevcrai en alas de sus ambiciones?
del Ej6rcito, y a las 6rdenes de otra Secretaria, hay En resinmen, pues, si lo que se persigue es que
que considerarla peligrosa. desaparezea el peligro de la actual organizaci6n y
Y h6tenos otra vez encerrados en el circulo vicio- (cn ei Proyeeto lo que sc v a consegair es guitar
so en que estabamos antes y del que, como se ve, no csc peliga des de hgar y levarlo a o l ro, cun hu-
podran salir airosos los autores del Proyecto. Con- e las probabilidades de hacero mayor de lo qale hoy
venzanse de ello todos los sefiores Senadores. Es que es, ]a prudencia y aa discreci6n mis elementales acon-
el origen de sus inconvieentes esta prccisamente en sejan dejar pol ahora las cosas eomo eston, hasta
la esencia de la reform, en la creaci6n de la Secreta- ne se present la oportiyidad de revolver entn s feliz-
ria de Guerra y Marina o sea en la separaci6n de las mente esas dieicultades, y mientras tanto cuidar de
funciones encomendadas hasta ahora al Secretario que oen la Seraria de obersonacin haya un hombre
de Gobernaci6n como superior mantenedor v respon- oue no tenga ambiciones persondales o que afin cuan-
sable del orden pfublico y como ;jefe o director de doi las tenga no le falten conditions intelectenales
las fI'uerzas armadas de ]a Repfiblica. morales quo por una part le permitan refrenarlas
Nlas uerzas armadas de ]a Repudlicin dl por otra garanticen el acierto y la fidelidad en el de-
No hay dudca de que la refundici6n del ni.i-i seompelo de sus funciones. Eso, y nada mas que eso,
y la Guardia Rural en un solo Cuerpo, asi como la s lo que hay fue hacer, pero como se vn no estA en
incorporaci6n dc la I : i,, National a la Secretaria maestras manos, sino en las del Sr. President de la
de Gobernaci6n, aunque no tuvieran ese objeto vino ietibm)lica.
a poner en manos de ]a persona entonces de mas SR. TORRIENTE: Pido la palabra.
nin"iinza del Sr. President de la Repfiblica, el mayor SR. PRESIDENTE (NURIZ.) :La tiene el Sr. Torriente.
powder possible, y no hay duda tambien de que ese fue SR. TOr RIENTE : La verdad es, Sres. Senadores, que
un error gravisimo. Asi se reconoce hasta por los yo no esperaba la tarde que comenzamos a discutir
mismos que lo cometieron. Pues ga caso no vamos a este Proyecto de Ley que eonsumieramos tanto tiem-
caer en otro analogo hoy si creamos la Secretaria de po en ello y much me figure que se va a cerrar la
(;i. .i. y Marina y le damos no s6lo el control de la iogislatura y no habremos acabado de resolve las
fuerza pablica sino ademAs el e del ordn pblico? nestiones que motivan tanta discusi6n.
LNo vamos asi a, quitar la funte de un peligro de Aqui hay trees criterios: el del Sr. Maza y Artola,
nn Departamento para Ilevarla a otro con mas pro- tue no tengo (lie cxponer porque Vds. lo acaban de
babilidades de aumentarlo que de disminuirlo, co- oir; el del Sr. Dol, de sobra conocido, porque 61 lo
mo con tan buen criterio sefialaban aqui la otra tarde ha expuesto dos o tres vcces en las ocasiones que ha
casi todos los oradores que hablaron de este particu- hblado; y 10 que e1 llamaba un criteria celectico,
lar? Porque no va a ser lo mismo tratar al pueblo a ldo internmdio, el mio. Yo creo que mi criteria no es
travs do una policia de seguridad cuya organiza- intermedio, al contrario, es quizAs mhs extremist
ci6n tiene que ser flexible y adaptable a ese trato, q (juone el del Sr. D olz, mis deseoso de resolve el pro-
entenderse con 61 a travis de un Ej6rcito cuya rigu- blema firmemente, mis en armonia con las necesida-
rosa discipline le da cierta rigidez inapropiada para des nuestras y con lo que ocurre en todo el mundo.
el caso ni son de la misma naturaleza las 6rdenes En todas las Naciones hay Secretaria o Ministerio
emanadas del Jefe politico de la Naci6n, como lo es de la (Guerra y hay Secretaria o Ministerio de Marina,
hoy el Secretario de Gobernaci6n, que 1as (lue diera o est'n las dos unidas. Eso es lo que yo quiero que se
cl Jefe Superior de las fuerzas de mar y tierra como laga aqui.
vendria a serlo practicamente el Secretario de Gue- S" MI.v y ARTO~A: Pero hay otra organization
rra y Marina. que no la hay aqui.
Por eso dije aqui la otra tarde que para .In;-i ..- S. TORRIENTE: Propongo una redaeci6n al ar-
la creacion de esta Secretaria casi no se habia dado ticulo "A" del Proyccto, algo distinta a la dada por
mis raz6n, que el fracaso personal del que hasta ahora la C(omisi6n, completamente distinta en lo fundamen-
ha venido desempeiando ]a de Gobernaci6n, habiendo tal a la del Sr. Dolz. El Sr. Dolz le da el cuidado del
llegado a i.;1.1 '* de epitafio puesto sobre su turn- orden pilblieo dentro y fuera de las poblaciones a ]a
ba la critical que se hizo de su actuaci6n suplicandose Seeretaria de la Guerra; el Sr. Maza y Artola, por
a ese hombre ya enterrado politicamente y temion- los graves inconvenientes que ha sefialado, entiende
dose que surgiera otro con las mismas ambiciones e que todo debe quedar como esti en la Secretaria de Go-
id6ntica falta en el mismo Departamento. Pero no bernaci6n y que no haya Secretaria de la Guerra.
se tuvo en cuenta que la fuerza que se iba a quitar Yo entiendo que debe de haber Secretaria de la Gue-
a un civil era para darsela a un military, ni que de la rra y que debemos mezelar los asuntos politicos con
misma manera que un civil puede aspirar a la Pre- los militares, los problems de conservaci6n del or-
sidencia de la Repuiblica, tambi6n puede aspirar un den pliblico, del cuidado y vigilancia de las poblacio-
militar, porque no se lo veda la Constituei6n; sien- i s y del campo, de perseenci6n y capture de los cri-
do mayor en este caso el peligro porque si cl civil a miinales, con la direcci6n de los asuntos puramente
que aludimos no sintiendose con mas fuerza en sus militares, de las cuestiones referentes a la guerra y
manos, que aquellas que quiso darle el Presidente de a a marina, que estarin a cargo del nuevo Departa-
la Repfibliea, se atrevi6 a hacer todo eso que hizo mento. Aunque esto sea una ,p.-iiI il., digresi6n, yo
por lo que mereciera las duras censuras que aqui se ereo que la persona que sea Secretario de la Guerra
le dirigieron la otra tarde un jefe o ex-jefe del Ej6r- podria tender tanta ambici6n por ser Presidente de
cito, que tiene por si la ruerza de sit grado, o jerar- la Repuiblica como la que sea Secretario de Goberna-









16 DIARIO DE SESIONES DEL SENADO


ci6n o .1, -.r!1i.-'. cualquiera otra Secretaria; por
que yo sostengo, y eso vamos a discutirlo mds tarde,
que para ser Secretario de la Guerra hay que estar
en pleno goce de los derechos civiles y politicos, y
como un individuo perteneciente a la fuerza de mar
y tierra on servicio active no tiene derecho de sufra-
gio no puede ser Secretario do la Guerra. Si se reti-
ra, o si renuncia a la carrera military, entonces es un
ciudadano como otro cualquiera y puede ser Scere-
tario del Despacho ya que la Costituci6n exige que
para serlo debe star en el pleno goce de sus derechos
civiles y politicos. Es indiseutible que en Cuba un
Secretario de la Guerra que aspire a la Presidencia
de la Repipblica, si no tiene nada que ver con los asun-
tos r. I. j'. i-a1. al orden puiblico, ni cstd encargado de
la vigilancia de los campos y la persecuci6n de los
delincuentes ni necesite tratar constantemente con
los politicos, no estaro en ventajosa situaci6n para
trabajar por su aspiraci6n a no ser que nadie se su-
bleve y haga lo que hizo en Costa Rica el general
Tinoco, derrocando al Presidente de la Repiblica
y haciendose designer para cl cargo.
El Secretario de Despacho que no tiene una rela-
ci6n diaria y constant con todos los politicos que
acuden a una Secretaria de caracter esencialmente
politico, no esta en condiciones do trabajar por la
Presidencia de la Repiblica como el que sirve una
de ostas.
Consigno de nuevo, que creo necesaria la Secretaria
de la Guerra pero con las facltades que propone el
Sr. Dolz.
La raz6n de haber yo variado la redacci6n del apar-
tado "A" propuesto por ]a Comisi6n es porque esta
consign "y el orden pfiblico solo en los casos de gra-
ve alteraci6n que amenace o ponga en peligro la paz".
El Sr. Dolz dice: "y el orden pfiblico fuera de las
poblacioncs en todo caso". Y yo lo he redactado de
esta manera. "El Secretario de la Guerra y Marina
tendrk a su cargo todos los asuntos referentes a las
fuerzas de Mar y Tierra; a ceuyo efecto le quedan tras-
pasadas por esta Ley todas las f.. i -l.l. *. consignadas
en los articulos 127, 128 y 129 de la Ley OrgAnica del
Poder F i. .,i;; .. y las expresadas en los Decretos Or-
ginicos del Ej6rcito y de la Marina en cuanto no co-
rrespondan a otras autoridades a virtud de lo dis-
puesto en los articulos siguientes"...
,Y por qu6 he hecho 6sto? Pues simple y soncilla-
mente por que el articulo ciento vcinte y site de la
Ley Organica del Poder Ejecutivo ( 1." -i!;. ., las facul-
tades que en rclaci6n con las fuerzas armadas y on
los casos de invasion o alteraci6n del orden piblico
correspondan al Secretario de Gobernaci6n.
El articulo ciento veinte y site dice asi:
(Leyendo).
"Articulo 127.-El Secretario de Gobernaci6n ba-
jo las 6rdenes del Presidente de ]a Repibblica, ten-
drd la alta inspeci6n de las fuerzas armadas, y adop-
tari las medidas conducentes a la defense del terri-
torio national, disponiendo la movilizaci6n de aqun-
llas en el caso do invaci6n o alteraci6n grave del orden
piblico; dictara las reglas que crea necesarias para el
regimen y discipline de dichas fuerzas armadas; de-
.terminara y estableceri las zonas polumieas de las
fortalezas existentes o que sc construyan en adelan-
te, y cxpedir, pcrmisos, en 'u caso para construe-
ciones dentro de los limits de dichas zonas militares;
practicara o hara practicar las inspecciones necesa-
rias de fortalezas, cuarteles, edificios y fineas utili-
zados por las fuerzas armadas, y tendrA la direcci6n


de todos los asuntos relatives a la compra y conser-
vaci6n de material de guerra y de la Armeria Na-
cional".
De mantra que es un articulo quo existed en la Ley
del Poder E,.i,.lii... que di las funciones propias
de un Secretario de ]a Guerra al Secretario de Go-
bcrnaci6n, y al trasponer nosotros todas esas funcio-
nes del articulo 127 al Secretario de la Guerra, no
nccesitamos para nada determinar quB clase de or-
den pfiblico es el que deberA cuidar el Secretario de
]a Guerra por medio de las fuerzas que de 61 depen-
dan. Pero ademas mi enmienda tiende a resolver una
necesidad del presented ya quc aqui en Cuba no hay
ningiuna clase de organizaci6n ni Municipal, ni Pro-
vincial, ni del Estado que con el cartctcr de policia
ejerza la vigilancia de los campos.
Y por eso es que mientras que yo redact el apar-
tado "A" en la forma que acabo de leer, redact6 la
otra eumienda en forma tal que pudieramos agregar-
la la Ley como una 1;-i....i .'., transitoria, consig-
nando en ella determinantemente que mientras no se
organicen o creen cuerpos de policia rural, destinados
a esa finalidad se destacaren para ese servicio fuer-
zas del E.ir.-i," El dia que los Municipios, las Pro-
vincias o el Estado tengan cuerpos de Policia para
esa vigilancia, el Ej6rcito ya no tendrA nada que ver
con el mismo, pero mientras no existan esos cuerpos
destinados a la persecuci6n de los delincuentes, co-
mo decia bicn el Sr. Dolz, la policia municipal actual,
realmente es tan reducida que gracia que pucda vi-
gilar las poblaciones y por eso no presta servicio efi-
eaz en el campo; iabri necesidad de que alguno rea-
ice la funci6n, y por eso yo se la doy a las fuerzas
armadas que el Presidente de la Republica destaque
a ese fin, no reservando al Secretario de la Guerra en
muanto a esas fuerzas destacadas, mas que algunas
facultades, y entire ellas como principal, la de cuidar
do su organizaci6n. Es indudable que se pucde cui-
Car de su organizaci6n de una fuerza military, sin
que por eso se perturben los servicios que va a pros-
tar a las Ordenes de los Aloaldes, de los Gobernadores
o de los f ...;1,i ,-r,.. de que depend el orden pfiblico.
Tambi6n cuidara el Secretario de la Guerra de la
discipline de esas fuerzas militares destacadas. Es
indudable que en cuestiones de orden interior de
las fuerzas, las faltas que cometan esos militares des-
tacados deben ser de la competencia de las autorida-
des de esa clase, conocer de las mismas, a no ser que
los hcchos realizados correspondan a la jurisdiecion
de los Triburnalcs ordinarios.
En cuanto a su aprovisionamiento, deben tambi6n
defender esas fuerzas militares destacadas, de la Se-
eretaria de ]a Guerra, que cuidard do facilitarles toda
elase de municiones de boca y de guerra para que
scan mas eficaces sus servicios.
Pero nada de lo que he dicho evitara que a esas fuer-
zas destacadas se les considered como una policia ju-
dicial.
El Sr. Dolz, tan competentisimo CatedrAtico de De-
recho Procesal de la Universidad Nacional, maestro
mio en esta rama del Derecho, sabe que precisamente
nuestra Ley de Enjuiciamiento Criminal, dentro del
Titulo 2" Libro 1' "De la Policia Judicial" compren-
do a todas las fuerzas destinadas a la persecuci6n de
los inalhechores.
Claro es que scria mejor que crearamos un cuerpo
solo para esa finalidad, pero mientras no lo tengamos
-s necesario que se preste de alguna mantra el servicio.
Y lo queyo deseo es que el Secretario de la Guerra








DIARIO DE SESIONES DEL SENADO 17


no so encuentre en la misma situaci6n en que se ha en-
contrado, y todavia hoy se encuentra cl Seeretario do
Gobernaci6n, es deeir, manejando el Ej(reito, per-
siguiendo a los criminals, interviniendo en el orden
public y mezelAndose en ]a political. Todo eso cs lo
que no quiero que se haga mils en lo succsivo.
Creo que lo que propongo resuelve la cuesti6n, bas-
tante fcilmnente a mi juieio, dentro de las i;!i.-I,.i ,, ,
presents ocasionadas por la mala situaci6n del Teso-
ro y porque ni las Provincias ni los Municipios, por
regla general, iconen dinero mius que para pagar a
sus empleados actuales.
Podria crearse un enerpo de policia, parceido al
de la Habana, que Iuera La que se llaimara Policia
National y sirvicra en today la Itepfblica; pero os que
la misma Policia de la Habana la pone a ]as 6rdenes
del Secretario de la (iuerra la cnmienda del Sr. Dolz.
De manera que como esto demnuestra el cuidado del
orden pfiblieo dentro y fuera de ]as pollaciones y
aun en la, misma ciudad de la Habana, se ]e da al Se-
cretario de la Guerra por el Proyecto del Sr. Dolz.
Vease como la policia encanrgada, de cuidar del orden
en la poblacidn pasara a la Secretaria do la Guerra
por ose Proyeeo dictaminaodo por ]a. Comisi6n.
Me opongo a la enmienda del Sr. Dolz y pido
que voteinos todos en contra. Me allegro luclho que
el senior I)olz haya expresado su critcrio personal y
lo haya sostenido come lo ha sostenido, reconociendo
que cada cual puede votar libremente. Despu&s que
desechemos esa enmienda llegarermos a redactar un
articulado acabado, porque es indudabie que votada
la croaci6n de la Secretaria de la Guerra, tenemos que
determinar cuidadosamente en various articnlos to-
dos los particulares que acabo de exponir.
SR. MORALES: Pido la palabra.
SR. PRESIDEN'TE (NUNEZ) : La tiene cl Sr. A\i.....!.
Si. ii,,, ,,, : '. .,-, S. Senadores: cuando se vot6
la Ley creando la Secretaria de la Guerra manifes-
t6 al Senado que votaba en. contra doe lla, mns que
por to que ella i;,ii,.- ,l en principio, por las inter-
pretaeiones que so le iban a dar a esa Secretaria; ya
se ha demostrado que vot6 bien, porque la intcrpre-
taci6n que Ie ibanios a dar a ese nuevo organism no
era la de una Secretaria de ]a Guerra sino un powder
military para convertir a Ia Repfibli'a en 1n camnpa-
mento.
Si creamos un Seeretario de (Guerra y Marina con
el orope] de un cargo que tiene a su cuidado el orden
pfblico, la expedici6n de licencias de armas de fuego
para usarlas dentro y fuera de poblado, que imaneja
la policia, que maneja todos los resorts del Gobierno,
tendriamos que ]a fnica autoridad en Cuba seria la
de ese Seeretario de Guerra y Marina, y que lo que
ibamos a evitar sustrayendo do la Secretaria de Go-
bernaci6n las fuerzas armadas, Jo ibamos a realizar
Ilevando ]a political a la fuerza, a la inversa,; pero to-
talmcnte el mismo resultado, e ibamos a matar con la
creaci6n de esta Secretaria el espiritu de libertad y
hasta los principios fundamentals do nuestra Cons-
titucion.
Pero es que hasta la creaci6n de la Secretaria de
Ja Guerra, como cualquiera alteraci6n en las eyes
orgAnicas que rigen en la actualidad, nos llevan a algo
mAs distant, a demostrar que las leyes actuales son
malas, que cl sistema es p6simo, porque es pusimo lo
fundamental, porque es p6simo en Cuba el r6gimcn
representative, porque es pesimo que un Presidente
disponga libremente del Poder Ejecutivo y que el
Poder Legislativo no tenga intervenci6n en la Go-


bernaci6n. Lo que es malo es el sistema. En la repfi-
blica unitaria cl sistema representative es nialo; pero
ya lque el sistema es mnalo y no podenios corregirlo,
no agravenmos el mal ni pongaios al cnferino en 1po-
res condiciones; no agravemos su situacion, creando
un organism que nos va a traer 1ula perturbacion
inms.
Pero ya el organismio estii, creado, o por o nmenos
votada la totalidad, y Ia mayoria pa'reee que entilln-
de que debe crearse la Secretaria de la Guerra, bueno,
p6ngase la Secretaria en condiciones de (que haga el
menor dafio, el mienor mal, y que no so nos obligue a
vivir en el calmpo, conio e1n un pleno camnpanmento
military, ceso es 1o que quiero Cvitar; (lu la Secretaria
de la (Guerra, ya que so hai creado, sc limiite a in-
tervenir en todos los asumltos ililitarcs, a mandlar
resolve ciando haya una, grave perlurbaei6n pil-
blica, o (cuando exist una 0 guerra, pero iqut n1o t(ln-
ga dereeho a intervenir en los asuntos de los ciludda-
nos dle la Riepiblica.
Porque hay otiro lreeho evideilte e iiidiscutible (iue
no puede niegar el senior Dolz. En ningfin pmis d( la
iierr;, en iinguno, desde el mlas authcrata liasta el
mas libre, el Ei', ;i.l guard el ordcn pu'iblico; la
vida iludadana con el Ej6reito unido On los canpos,
fuera o dentro de las poblac iones, no pasa ni en Ilu-
sia, ni on Espafia, ni on las repfiblicas de la Amricea.
iPor q(u6 ha de pasar on Cuba, la repfiblica mas jo-
ven, por qu6i ha de ponerlo todo on mainos do un Se-
cretario de la Guerra?
Tropezamos con esa .i,,. li11.1; no debe crearse la
Secretaria de la (Guerra; pero si estimamos qlne debe
crease, vamos a salvar esa dific( t ad, cet.ese ni (' Cur-
po de Policia de Seguridad Pfiblicaa alas 6rdenes del
Secretario de Gobernaci6n, del Secretario de Justi-
cia, del Seeretario de Hacienda, del Secretario que
so quiera, de un Secretario civil qule no oblige al
ciuldadano cuando tenga (qu tratar' o resolver un pro-
blema, a entrar en un cartel, a entenderse con un
military, sino que vaya a una oficina a lratar con un
civil a done va con inms tranquilidad y con mnis ga-
rantia de su derecho ...
SR. MAzA v AlTora: ;Y donde esta el dinlro pa-
ra eso?
SR. MoRAiES: lba a deeirlo, que so tropezaba con
esa dicultad, ya lo ha dicho el Sr. Maza y Artola; no
hay dinero; por eso, pues, vamos a evitoIr en lo posi-
ble la Ilir,, ,,I iva ios a resolve eso.
Si nosotros decimos on la Ley, (lue so crea un cuer-
po de policia rural, o de guardian rural, o de guardian
civil, si queremos la antigua ,I.,i, .. ......, o de gon-
darmeria, como so quiera, asi simplemente lo decimos,
si se formaan dos o tres mil hombres, tendreimos que
ir a buscar el dinero para pagarlos ....
SR. MAZA Y ARTOLA: (Int.) Perione cl Sr. Morales.
Conseguido cl dinero ,tiene la seguridad do que no
ha de haber conflicts de ninguna elase, como los hui-
bo antes?
SR. MORALES: Vamos al caso...
SR. 'MAZA Y ARTOLA: Fu6 un pretexto.
SR. MORALES: Vamos a resolver la segunda difi-
cultad, y despu6s me present la tercera el Sr. Maza
y Artola. No se anticipe, estamos en la segunda, en
el dinero: vamos a conseguir el dinero; no me haga
solvent todavia el Sr. Maza.
Por dificultades on la elecci6n de personal, indis-
cutiblemente Cuba hoy no puede crear un cuerpo de
dos ni de tries mil hombres. Busquemos un procedi-
miento no magnifico, no complete, no perfect; pero








18 DIARIO DE SESIONES DEL SENADO


al fin un procedimiento, que es de ese mismo ej6rcito,
que no va a tener sino funciones militares, sacar dos
o tries mil hombres.
SR. MAZA Y ARTOLA: 6 Y c6mo le hacemos frente a
Alemania?
SR. MORALES: Cuando lleguemos a la cuarta difi-
cultad, veremos; no me lleve el Sr. Maza y Artola de
una cuesti6n interior a una international.
Sacamos mil o mil quinientos hombres, y a esos va-
mos a hacerlos policies, con un tanto por ciento mas
de sus haberes, porque van a prestar un servicio de
much mds importancia, de mis responsabilidad y
que require mayores conocimientos.
SR. MAZA Y ARTOLA: (Int.) i Me permit una in-
terrupei6n el Sr. Morales?
SR. MORALES: Todas las que quiera.
Sn. MAZA Y ARTOLA: Recuerde el Sr. Morales que
este Proyecto tiene por fundamento nuestra guerra
con Alemania.
Sn. MORALES: Ya llegaremos a ese punto.
SR. MAZA Y ARTOLA: De modo que no podemos mer-
mar nuestras fuerzas armadas para otro servicio que
no sea el de pelear con Alemania. Ese es el lii,,ni i,.I
to del Proyeeto.
SR. MORALES: Vamos a crear la guardia rural o
la policia rural con mil, dos mil o tres mil hombres,
y se les fija el 20 por ciento sobre sus haberes, el 10
o el 15, el que los Sres. Senadores estimen equitativo,
no representando una cantidad tan elevada que Cuba
no pueda pagar, y entonces se podri satisfacer esa
suma sin gran perturbaci6n, y tendremos creado y
pagado ese cuerpo de seguridad, sin que Cuba viva
en pleno campamento y sin peligros para la interven-
ci6n en las cuestiones political. Porque, cr6anlo los
Sres. Senadores, no hay ningfin perjuicio en que el
Secretario de Gobernaci6n tenga fuerzas para sos-
tener el orden; en ]o que si hay un gran perjuicio
es en que el Secretario de Gobernaci6n, el de la Gue-
rra o el que fuera, tenga grandes unidades para dis-
poner de ellas en determinados moments, en be-
neficio, no del orden puiblico, sino para otros casos.
SR. MAZA Y ARTOLA: El mal esta en las personas.
Sn. \M..I ,i. -.: Un Secretario de Gobernaci6n, con
las facultades que tiene el actual o con mayors, que
tenga dos o tres mil hombres a sus 6rdenes, no com-
promcte la paz de la Repfiblica ni perturba su mar-
cha political, sino realize la misi6n que le esti enco-
mendada, que es 1. de conservar el orden pitblico.
Esta resuelta, a mi juicio, la segunda cuesti6n.
Sn. MAZA Y ARTOLA: (Int.) No ha quedado resuel-
ta para mi.
SR. MORALES: Pero para mi si. Yo estoy hablando
de acuerdo con mi opinion y no de acuerdo con la del
Sr. Maza.
SR. MAZA Y ARTOLA: (Int.) Nos ha dejado indefen-
sos contra Alemania.
Sa. MORALES: Cr6e el Sr. Dolz que 17 mil hombres
nos llevarAn al triunfo contra Alemania? Pucs yo
ereo que en la guerra international dos mil o tres
mil hombres, mas o m6nos, lo mismo nos llevan a la
victoria que al desastre. Ya esta satisfecho el Sr. Dolz.
Esa diferencia de dos mil hombres no represent sino
un grano de arena en el conflict armado interna-
cional .. .
SR. MAZA Y ARTOLA: (Int.) i Si se va a aumentar
el Ej6rcito!
SR. MORALES: (Cont.) He dicho, pues, para la Re-
puiblica, para su problema interior, para su proble-
ma international, evidentemente sacarle al Ej6rctio


dos mil hombres no represent nada, mhs si se tiene
en cuenta que este Ejercito esta formado en gran par-
to por antiguos miembros de la Guardia Rural, es
decir, que ya est6n educados, para former parte de
este cuerpo, y que no vendrin a realizar una funci6n
nueva, sino una funci6n a la que ya estan habitua-
dos, por sus antiguas costumbres.
Uno de los arguments del senior Dolz es que 61
no conprendia mi enmienda, porque en ella se saca-
ban del Ej6rcito, y se ilevaban a la policia y despu6s
se volvian a sacar de la policia y se retornaban al
Ej6reito; que esto era una perturbaci6n en el esca-
laf6n, en la organizaci6n military, en la estructura de
las fuerzas. Yo, y en 6sto me declare partidario del
seofor Guevara, puedo decir que hay muchas naciones,
cntre ellas Espafia....
(El senor Maza y Artola sonrie).
SSe rie el senior Maza?
SR. MAZA Y ARTOLA: (Int.) 6 Tambien es espafol
el senior Morales?
SR. MORALES: (Coin.) Alli se sacn individuos del
Ei.~'-..; para llevarlos a la Guardia Civil. Y creo
que en Francia sucede lo mismo con la gendarmeria.
SR. MAZA Y ARTOLA: (Int.) iMucho me llama la
atenci6n que vuclva los ojos hacia Espafia el senior
:' .I. !
SR. MORALES: (Cont.) La gendarmeria esta com-
puesta de individuos del Ej6rcito. No veo por qu6 se
perturbe la mareha de ese Ejercito, ni los ascensos
en el mismo, porque un comandante del Ej6rcito pase
a prestar sus servicios en el cuerpo de policia de se-
guridad y que euando le toque su turno de ascender
en el Ejercito, vuelva a ser teniente coronel del Ej6r-
cito o siga de teniente coronet en la policia de segu-
ridad. No Ie veo a 6so ninguna dificultad, ni ningin
conflict, por que el military que ingrese en el cuerpo
de policia, sabe que debe obediencia a las Autorida-
des civiles mientras est6 en ese cuerpo, sabe que de-
sempefia una funci6n de orden civil, con organiza-
ci6n military, sabe que debe obedecer las 6rdenes de
las Autoridades de los distintos 6rdenes, y que cuan-
do se reintegre a su cuerpo esta sometido a la disci-
p]ina y a las 6rdenes de sus jefes militares.
Con eso no so perturba la mareha de los ej6rcitos,
no hay ningfin conflict, y conflicts entire los dos
cuerpos no puede haber si esta Ley se interpreta co-
mo debe interpretarse, porque la policia rural no es
un cuerpo para estar en la Habana, en masas, en
pelotones, en frente de otro Instituto en donde se en-
cuentre la fuerza pfiblica. La policia es para star di-
vidida, subdividida entire la Repiblica en destaca-
mentos de cinco, seis, ocho, diez, o doce hombres, no
para star en cuerpo, en polot6n, formando en mar-
chas militares, exhibi6ndose en paseos militares.
No puede, por tanto, perturbar o haber con-
flictos centre uno y otra, porque su funei6n es
simplemente policiaca, esta alli destacada en cada uno
de los pueblos de la Repuiblica para tender al orden
pfiblico. Y en todos los paises del mundo la policia,
tanto rural como urbana, tiene la misma funci6n,
porque no conozco esa clasificaci6n que hacia el sefior
Dolz de policia municipal dentro de poblado,-por-
que no era una funci6n del Alcalde Municipal.
No conozco en Cuba mAs que t6rminos municipals,
cada uno de los Alcaldes Municipales tiene jurisdic-
ci6n sobre la parte poblada de su t6rmino y sobre la
part despoblada del mismo, sobre la parte rural, no
hay mas que la autoridad municipal, tanto dentro
como fuera del poblado y esa clasificaci6n no esti au-







DIARIO DE SESIONES DEL SENADO 19

torizada ni por la Constituci6n, ni autorizada por la SK. TORRIENTE: A las autoridades civiles.
Ley, ni autorizada por la realidad national, pues SB. DOLZ: Entonces le hemos quitado la obediencia.
nuestro territorio national esta dividido en distritos SR. TORRIENTE: No, porque el Secretario de la Gue-
municipales, tanto urbanos como rurales. rra no se puede meter en eso.
Si se estima que los Alcaldes deben tener las fuer- SR. MAZA Y ARTOLA: iNo se podran entender!
zas en el distrito urban, deben tenorlas tambien en SR. DOLz: Ya dice la Ley que cuarenta y dos es-
el distrito rural y si la dificultad esta en que los ayun- cuadrones, seis mil trescientos alistados, que se dedi-
tamientos no tienen recursos para tender a ese ser- can al servicio de vigilancia tienen que star bajo las
vicio, porque necesiten mis hombres que los que ac- 6rdenes del Secretario de la Guerra; pero se alarman
tualmente tienen, pues venga el Estado en su auxilio infundadamente los Sres. Senadores. I Es que creen
y vamos a crear nn cuerpo de policia con el nombre dc que esos cuarenta y dos escuadrones, que esos seis
rural; pero que al mismo tiempo sirva para tender mil Irescientos alistados cuidan del orden pfblico en
a esa necesidad dentro y fucra de las poblaciones, y los pueblos? pues vamos a retirar las palabras "or-
entonces tendremos, si no la perfecci6n, por lo menos den pfiblico" Ese no es el orden )pfbli(o! En todos
la possible vida del eindadano, es decir que no esten los pueblos el ordcn plblico sigue a cargo de los Al-
los cubanos sometidos a vivir en un pleno campaimento ealdes! Si hay que dar una reunion, habra que soli-
militar. citar el permiso de la Alcaldia Municipal; si se ha
Por estas razones nm opongo a esta enmienda del de obtener un permiso para portar arenas, hay quo
senior Dolz y he presentado la enmienda que he te- pedirlo a ]a autoridad civil correspondiente.
nido el honor de someter a la eonsideraci6n del Senado. SR. MORALEs:No, por la Ley se da esa facultad
S1. Dorz: Para rectificar, brevementc, pido la pa- al Secretario de la Guerra.
labra. SK. )DOLZ: Es la mera vigilancia de los campos.
SR. PRESIDENTE (NUNEZ) : La tiene el Sr. D)olz. SR. MAZA Y ARTOLA: Ese no es el ordcn pfblico.
Sn. Dorz: Voy a decir cuatro palabras uinicamente, Su. Doiz: Esa vigilancia es part del orden phbli-
porque este debate va siendo ya algo cansado. co, pero no es el orden pfiblico.
Result que con todo lo que se dice estoy de acuer- SR. TOR1IENTE: Yo 1c llamo Servieio de vigilancia.
do. El Sr. Torriente da una redacci6n al articulo pri- S Dloz: Vamos a quitarle las palabras "orden
mero. Conforme con la redaecion. Que tenga las atri- p)blico'
buciones que sefialan los articulos eiento veinte y sie- Pero aqui se (quiere discutir de manera rara y has-
te, cicnto veinte y oeho y ciento veinte y nueve de la ta se me saca el articulo primitive de la Ley; no se
Ley Orgdiica del Podcr Ejecutivo, estoy ..II..i ., ; distingue entire la iniciativa, que es mia y la Ley
pero cuando so llega a una pequeia dificultad, en- dictaininada. Ya la Ley no cs nada....
tonces se'olvidan de la realidad y caen cnu un campo SR. MAZA Y ARTOLA: No debia ser nada.
completamente do ilusiones. No cabe tanta discusi6n SR. I)oLZ: Mi Proyecto no es nada, es la iniciativa.
sobre este punto I.-'i. fIit. ,Quiin ha de cuidar la SR. TORRIENTE: Por el Dictamen. de la Comisi6n
vigilancia fucra de las poblaciones? Esa es la difi- no va la policia de la Habana a la Secretaria de la
cultad; y yo digo: pues que siga cuidando de la vi- Guerra?
gilancia futera de las poblaciones quien la estA cui- SR. DlOZ: No por mi Enmienda.
dando hasta ahora; soy el representante del dcrecho SE. TORRIENTE: Pero por el Dictamen, si.
escrito. Si encuentran algo mejor, pres6ntenmelo! SR. I)oLz: Lo inico que hago es darle ]a vigilancia
Todo lo que me ban presentado, a mi juicio, es infe- en los campos al Ejercito, qu5 no es el orden publico,
rior al derecho escrito, al derecho vigente, a mi solu- que es la mera vigilancia y a esos soldados no los sus-
ci6n. Aqui se han pronunciado murchos discursos y traigo de ninguno de sus deberes con los organisms
se han presentado pocas soluciones. Inilitares.
Tenemos la soluci6n del Sr. Torriente, quien la pre- SR. MAZA Y ARTOLA: Eso es lo grave, que siguen
sent con mucha suavidad y dice que ha encontrado siendo soldados.
la soluci6n en que un nfimero determinado de indi- SB. I)OLZ: Pero los Sres. Senadores quieren extraer
viduos del ej6rcito se extraiga para que cuide del cuerpos de Ejercito y someterlos a los Alcaldes, res-
orden pfblico fuera de las poblaciones; y no ha he- tarle la obediencia de esos cuerpos a sus jefes natura-
cho nada de particular con eso el Sr. Torriente, por- les? i Hganlo los Sres. Senadores! Ya he salvado mi
que ha dispuesto que esos soldados que se extraigan responsbilidad. Eso va a ser un desorden en el te-
del E .'-. ;i.. para que cuiden el orden pfiblico, con- rreno de la prActica, en el terreno de los heehos. V6-
tiniuen perteneciendo a la Secretaria de la Guerra; tenlo los Sres. Senadores! Ya he hecho cuanto he po-
pero solamente-cuida de advertir, como creyendo dido hacer y me he esforzado para que la Ley no sea
que el peligro esti en haberle dejado much nexo con una Ley defectuosa! No hablo mAis! Mi responsabili-
la Secretaria de la Guerra-ha de tener relacion ese dad ha (o sado!
grupo con la Secretaria de la Guerra para tres parti- Sn. GOMEZ: Pido la palabra.
culares: organization, discipline y aprovisionamiento. SR. PRESIDENTE (NUnEZ) : La tiene el Sr. G6mez.
IY nada mas? SR. GOMEZ: He pedido la palabra porque real-
SR. TORRIENTE: Nada mas. mente quiero defender a un hijo mio, es decir a nues-
Sn. DOLZ: Bueno, pues le hemos quitado lo princi- tra antigua organizaci6n military en lo que se referia
.pal, la obediencia. a mantener separados al Ejercito Permanente y a
Sn. TORRIENTE: La obediencia esti dentro de la la Guardia Rural, ya que fui el redactor de la Ley
discipline. que mantuvo esa separaci6n. Se dice que esos Cuerpos
SR. DOLZ: Luego obedecerin al Secretario de la desaparecieron porque existian antagonismos en ellos,
Guerra. y se cree que la resurrecei6n de un organismo encar-
SR. TORRIENTE: No. gado de la vigilancia de los campos, con su carActer
Sn. DOLZ: Entonces cuando tengan que ir a un si- exclusive de policia rural, habria de engendrar anta-
tio determinado, ga qui6n obedecen? gonismo con las fuerzas militares organizadas en la







20 DIARIO DE SESIONES DEL SENADO


forma en cue esti organizada en todas parties el
Ej1ircito permanent; y s que so olvidan, Sres. Sena-
doles, algo de Jo que yo procuraba indicar en la no-
(,Ih pasada; esto ds, que se desnaturalizaron todas
aqjellas anteriores organ izaciones, Guardia Rural y
Ejircito a virtud de consideraciones puramente po-
lilicas.
En la Comisidi. consultiva so diseuti6 extensamente
este asunto ei nna Subcoirisi6n; no qnedan grades
rasgos do esos debates en nnestro DIARIO DE SESIONES,
)iuesto lque fueron debates especiales de las Subeo-
imisiones; pero en camibio, quedan muchos Dictaimnes
(e los que se consignan todas las consideraciones he-
chas en los diversos proycctos y anteproyectos que
se redaetaron, y hay que tener present lo siguiente:
la Guardia Rural que organize la Comisi6n Consulti-
va, era un (Cuerpo especial, exclusivamente de poli-
cia, que debia prestar sus servicios en pequefios dcsta-
(omnentos. El prop6sito de su creaei6n era el de que
e(n eada aglomeraei6n de ciudadanos, en cada ba-
rrio rural existiera nu grupo de cineo o seis guardias,
aniadados por un cabo, o de diez o doce, mandados
por un sargento, segfin la importancia de la pobla-
eci6n, que conoeiese la localidad, que eonoeiese a sus
veinos, que velase exclusivamente por el orden de la
comarea confiada a su vigilancia. Despu6s se quizo
haeer de esa. Guardia Rural otra cosa, una especie de
caballeria del Ejercito. Se crcaron los Cuerpos tie-
ticos, y s'3 I. -I de los eampos una parte consi-
derable de la Rural. Asi tcnimaos iu tereio tictico
ien cl campamiento de Columbia, otro tereio tactico
en Santa Cla.ra, y otro en Oriente, y resultaba que los
-ampos estaban completamente abandonados, y los
guiardias rurales transformados on soldados de ca-
bl;leria.
So desnatiualiz6 tanto el sentido de esas formacio-
,es Sres. Senadores, que nuestros caballos criollos ya
io sirvieron ara la uardia i G a Rural. Se creyo necesario
traer caballos amerieanos, que no sabian comer nues-
Ira ycrba de guinea, y (que necesitaban heno y avena,
y yo me decia: pa;ra vigilar a los rateros-que no1
montan caballos americanos-un caballo criollo bue-
no, no habria de bastar? NecesitarAn aprender a mon-
tar a la inglesa unestros guardian para perseguir a
los bandoleros de Cuba, qu e montan bien de cualquier
manera, y se agarrau en la silla sin curso de equita-
cion? gPara qu6 necesitamos si solo han de vigilar
los campos, de esos jinetes militares que cn el cam-
pamento de Columbia se dedican a saltar obsticulos,
despues de reeibir aparatosas leeciones de equitaci6n?
Desde el moment que esto se hizo se desnaturaliz6
cl sentido de la Guardia Rural, y entonces ya se crea-
ron dos cuerpos militares, la Guardia Rural y el Ej6r-
cito Permanente, que se creia cl verdadero Ej6rcito,
y que veia en la Rural un cucrpo que venia a quitar-
]e su preponderancia; quc veia un rival, un adversa-
rio, y que lo pareci6 aun mAs porque se hizo jefe de
la totalidad al Jefe de la Guardia Rural. Desde en-
tonces surgieron las rivalidades, que no debieron sur-
gir, y que no habian surgido cuando eran dos cuer-
pos separados; de donde result que no sc debe ar-
gumentar con los errors del pasado respect a una
Instituei6n.
Yo oia el discurso del Sr. Dolz y Sentia que estu-
viBramos discutiendo esta Ley con cierta ', -i' a ,
porque pronunciaba concepts quizhs innecesarios, a
veces, puesto que en muchas cosas estibamos de acuer-
do, y yo lamentaba que tuvi6semos que ir de prisa,


enando aeaso con un poco de calma se hubiera en-
con trado una soluei6n satisfactoria para todos.
En realidad qu6 es lo que nos sepa:.i? El Sr. Dolz
con much raz6n decia: "Yo no quiero poner el
Ejircito bajo ]as 6rdenes del Secretario de Gober-
naci6n, si ustedes quieren que el ordon pfiblico en los
campos est6 confiado a otras I'i. r ,- vamos a crear-
la". Pero hay tiempo para eso? Si se quiere que la
Ley salga el viernes, es dificil traer un Proyeeto de
reorgainizacion o de creaciOn de una .'uerza como la
antigua Guardia Rural, corregida por las lecciones
de la experienecia, para la Sesi6n del viernes.
Por lo denris el Sr. Dolzl dcbe tambi6n reconocer
que nosotros tenemos motives grandes para nuestra
resisteneia, a que sea la proycctada Secretaria de
Giuerra y Marina la cneargada de vigilar los campos;
que no queremos la militarizaci6n del pais, aunque
sea transitoria. Precisamente en este moment hist6ri-
eo todo lo que tiene relacion con la vida ciudadana y el
contact de las fuerzas militares es delieado, preocupa,
11ama la atenci6n, no permit, acaso, que el juicio sea
sereno; da uigar a muclias prevenciones, a recelos,
quizits inji.ta. .1I..., pero todo eso mismo pide medi-
taci6n para no haeer algo orr6nco y de fi... i,. con-
secuenCiaS.
li Proposici6n, pues, consisted en que se cree la
Secretaria de la Guerra exclusivamente para todo lo
que se relacione con los asuntos que al Ej6rcito y a
la Marina de Guerra puedan ifI. t I, pero que con-
viniendo nosotros en la necesidad de tender a la vi-
gilancia de lo, campos, se nombre entire los clementos
que ticnen mayor contradicci6n en este punto una
Subcomisi6n que se comprometa a redaetar un Pro-
yecto que rapidamente nos traiga, para confiar a un
organism nuevo, que puede nacer de un cambio de
impresiones coelbrado en cl dia de manlana, por ejem-
plo, la vigilancia de los campos; y en ese easo ya noso-
tros no tendriamos inconvenicntes en pasar a la dis-
cusion de los articulos del Proyecto que esti a dis-
cusion.
SR. TORRIEINTE: Sr. President: Creo que la En-
nienda del Sr. Dolz se ha discutido bastante, y pro-
pongo que se vote.
SR. PRESIDENTE (NUNEZ) : Se va a someter a vota-
ci6n ]a Enmienda del Sr. Dolz.
SR. GOMEZ: Creo que mi Proposici6n tiene prefe-
rencia, porque es incidental.
SR. PRESIDI:NTE (NUNEZ) : iQue es lo que propone
ce Sr. G6mnez'
SR. Gomiz: Mi Proposici6n consist en que nom-
bremos esta noehe una Comisi6n, que trabaje el dia
de mafiana, partiondo do este principio: que se crea
la Secretaria de la Guerra para todos los asuntos
puramente mlitares y los relacionados con la Marina
de Guerra; y que nos proponga algo para substituir
en la vigilancia de los campos al ejercito, que ahora
tiene ese encargo y que al pasar a la Secretaria de la
Guerra no debe tenerlo.
Sa. TORRIENTE: Lo que propone el Sr. G6mez de-
muestra la necesidad de votar, porque 61 dice:
'partiendo de que la Secretaria de la Guerra s61o
intervenga en la Secretaria de la Guerra; y la En-
mienda del Sr. Dolz es todo lo contrario. Vamos a
votar la Eim,,,i .l.,.".
SR. MORALES: El Sr. G6mez podria armonizar las
distintas opinions.
SR. GOMEZ: Yo suspenderia el debate.
SR. MAZA Y ARTOLA: No veo la necesidad de que
se suspend el debate. Puede votarse la Enmienda








DIAItO DE SESIONES DEL SENAI)O 21


del Sr. )Doz y x el Sr. G6mez puede traer una Enruien-
(t Adicional, consiull.ada con los demils comnpaFieros,
ien ese sentido.
SR. I)iLZ: No q(iero elitorpeeer esi t debate y obs-
l culizar ]a, creaci0 i de lai Secetaria de ]a Guerra;
nme bastaonq coqe onste (en Acta que soy contrario a
pier al ejircito culiano bajo la obediencia de auto-
ri(tades lque ino scia los naturales P i. de 61l y retire
mii Enmienda, despliis q I Adca.
SlR. TORRIENTE: Eitoicmes, vamnos a votar mi En-
mienida .. .
SR. /AZA Y AR'i'orA: La Sesidn se ha prorrogado
wara votar la Enmienda del Sr. Dolz. Perdone el
Sr. President, qiel hlae sefales I.In .Iil vas: ]a Se-


siOn so ha prorrogado nada mias que para votar la
iEnmiieda del Sr. Dolz, retirada la Enmienda no pue-
de (oidtinula la Sesi6dn, tione que suspenderse forzo-
s;aeiite( por)que1 h1sta entolless nada mais se habia
prorrogado.
Sn. PRESI)I:NTTE (NUI'~z) : FRetira el Sr. Dolz sn
Inmienda?
Su. I)OLz: Si, scior, con las palabras que be hecho
constar on el Acta: (que soy opilesto a poner al Ejrr-
cito Cibano bajo las 6rdenes de autoridades que no
scan sus jel'cs naturales.
SR. PRES)I:NTE (Ni-Rti:z) : Se levanta la Sesi6n.

(Eran las siete).


Imp. Montalvo, Cardenas & Co. Ave. de Italia 103 Habana.




University of Florida Home Page
© 2004 - 2010 University of Florida George A. Smathers Libraries.
All rights reserved.

Acceptable Use, Copyright, and Disclaimer Statement
Last updated October 10, 2010 - - mvs