Group Title: Diario de sesiones del Congreso de la Republica de Cuba.
Title: Diario de sesiones del Congreso de la República de Cuba
ALL VOLUMES CITATION PAGE IMAGE ZOOMABLE
Full Citation
STANDARD VIEW MARC VIEW
Permanent Link: http://ufdc.ufl.edu/UF00072699/00435
 Material Information
Title: Diario de sesiones del Congreso de la República de Cuba
Physical Description: v. : ; 33 cm.
Language: Spanish
Creator: Cuba -- Congreso. -- Senado
Publisher: Rambla y Bouza
Place of Publication: Habana
 Subjects
Subject: Legislation -- Periodicals -- Cuba   ( lcsh )
Politics and government -- Periodicals -- Cuba   ( lcsh )
Genre: federal government publication   ( marcgt )
 Notes
Dates or Sequential Designation: Began with: Vol. 1, 1902.
General Note: Description based on: 2. Legislatura vol. 2, no. 1 (abr. 6 de 1907); title from caption.
 Record Information
Bibliographic ID: UF00072699
Volume ID: VID00435
Source Institution: University of Florida
Holding Location: University of Florida
Rights Management: All rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier: aleph - 001844861
oclc - 30331556
notis - AJR9135
lccn - sn 94026346

Full Text









*4At1~ell


DEL


1Z EPI U IIIDTE C U BA


HABANA,


TRIGESIMASEGUNDA LEGISLATURE


Trigesimasexta Sesi6n.-Junio 25 de 1917.


Presidencia del Sr. Emilio Nifiiez.


Secretaries: Sres. Manuel Fernandez Guevara y


Agustin Garcia Osuna.


SUMARIO

Mensaje del Ejecutivo solicitando aumentos en el Presupuesto de 1917 a 1918, en la
parte reference A Obras P(iblicas.-Idemn, fdem, proponiendo modificaciones en
la parte relative a la Direcci6n General de C omunicaciones.-Comunicaciones de
la CUmiara de Representantes.-Moci 6n del Sr. Vidal Morales, solicitando ila
aprobaci6n del Proyecto que concede pension al Sr. Jesfis de Pefia. Aprobada.-
Proyectos de Ley enviados por la Camara de Representantes.--Proposici6n de
Ley concediendo pension A la Sra. Amparo Dominguez, viuda del Sr. Martinez
Vasallo. Pasa a las Comisiones de Hacienda y Presupuestos y de Asuntos Mili-
tares.-Idem, idem, concediendo un cr6dito para un tramo de carretera en el pue-
blo de Ovas. Pasa a las Comisiones de Hacienda y Presupuestos y de Obras Pii-
blicas.-Dictamen de la Comisi6n de Asuntos Municipales y Provinciales sobre el
Proyecto de Ley que modifica el Articulo 55 de la Ley Orginica de los Municipios.
Aprobado.-Idem, de la Comisi6n de Cddigos, favorable al Proyecto de Ley que
declara abolida la Pena de Muerte. Debate entire los Sres. Maza y Artola y Wi-
.fredo Fernandez. Aprobado.-Idem, de la CoV i.i6iS de Relaciones Exteriores, so-
bre el Prcyecto de Ley que aument.a los hoberes de los Funcionarios DiplomA-
ticos y Cosiisuhre.s. Aprobado.
--~-----


A las cuatro y media, bajo la Presidencia del Sr.
Emilio Nufiez, aetuando de iSecretarios los iSres. Agus-
tin Garcia Osuna y Manuel FernAndez Guevara y
presents los ,Sres. :Senadores que siguen, se abre la
Sesi6n:
Ajuria.
Alberdi.
Castillo.


Fernandez.
Figueroa.
Goicoechea.
Gonzalo Perez.
iG6mez.
Jones.
Maza y Artola.
Morales.
iPorta.


VOL. XXXII


NUM. 36


~E~IONEM








DIA1IO' D'E s~1.~>D1IM SlANAJ


Rivero.
Suarez.
Torriente.
Yero.

SR. PRESIDENTE (NI' .): Se va A leer el Acta de
la Sesi6n anterior..

(El Oficial, Sr. Vega, la lee).


SR. PRESIDENT (:i .'.I ) : gSe
acaba de leerse?
(Senales afirmativas).
Queda aprobada.
.\i.-n-...i. del Ejecutivo.


aprueba el Acta que


(El Oficial, Sr. .-i, ,..., leyendo) :

'MENSAJE

AL CONGRESS:

Debido al notable aumento en las cotizaciones que
han sufrido casi todos los articulos, A consocueneia
de la guerra mundial, en algunos casos hasta el dos-
cientos por ciento, y habieidose elevado tambi6n el
valor de los jornales como consecuencia natural de
la actual carestia de la vida, resultan i!i. i
los credits consignados en el vigente presupuesto
para las ateneiones del departamento de Obras P-.
bicas, presupnesto que, como es sabido, viene rigion-
do desde el afio ccooniico de 1914 A 1915.
En tal virtud, ruego al Honorable Congreso que
acuerde aumentar en el Proyecto de Presupuestos
para el afio i- .1 de 1917 a 1918, sometido oportuna-
mente A su consideraci6n, las siguientes consignacio-
nes, on la proporciou que so expresan:


MNaterial. Personal.


Caminos, puentes,
etc. . $
MLaberial .d.e saneoa-
miento, ciudad ,do
la Habbana. .,
Alimentaci6n y he-
rraje de ganado.
Adquisici6n do es-
cobas, cubs, pa-
las, etc. .
Gastos de remnoleom-
dor, combustible,
etc. . .
Pago de jornales,
limpieza de ca-
lies, etc. ... .
Alquiler.eos ..
Material doe l. Ofi-
.ina Central. ,
Material de las Je-
faturas de Dis-
tritoes. .... ;
.I:r .l.. de obras

Servceio de cornu-
nic.acina do Fa-
,ro... ....... ,
Adquisici6n de bo-
yas y balizas. .
Repar'aei6n ,de bo-
yas y balizas. ,
Reparaci6n do Fa-
ros. .. .... .
Efeetos para Fa-
ros. . .
Reparaei6n de mue-
lIes, puerto de sa
IHabana ...


Total.


208,000.00 $ 41,600.00 $ 249,600.00


127,200.00

45,000.00


7,000.00


3,500.00


720.00

11,000.100


3,000.00



7,500.00

50;000.00

6,000.00

15,0,00.00

1,800.00


, 25,440.00 ,, 152,640.00

..... ,, 45,000.00

,, 7,000.00


.. .. ,, 3,500.00


,, 195,812.00 ,, 195,812.00
., 720.00

..... ,, 11,000.00

3.000.00

,, 4,500.0,0


,, 1,500.00
,, 10,000.00

, 1,200.00

,, 3,000.00
360.00


S9,000.00

,, 60,000.00

,, 7,200.00

,, 18,000.00

S 2,160.00


Material. Personal. Total.


Sostenimiento em-
barcaceiones del
Estado. .,, 2,500.00
Limpieza. del puer-
to de la Habeana. ,, 1,000.00
Reparaci6n de mue-
lies, puertos e is-
las. . .. ,, 7,500.00
Dragado de la zan-
ja de Nuevitas. ,, 5,000.00
Reparaci6n de odi-
I. .del Estado. ,, 40,000.00
Iteparaci6n do] edi-
ficio d. la Secre-
tari.a de Justicia. 2;000.00!
Rep.araci6n del edi-
ficio de ios Se-
eretaria de Ha-
cienda. ,, a, 30,000.0
RIeparaci6n del e di-
ficio. dio la Se'cre-
toaria de Instrne-
ei6n Pfiblie .,, 30,000.00
Repiaracidn idel edi-
ficioe d'o la Secere-
taria de Estado. 25,0,00.00
Reparaci6n del edi-
ficio del Poder
Judicial.. .. ,, 17,000.00
-F 1:. ;.., de los ta-
Pleres ... .. ,, 3,000.00
Mejoras on el labo-
ratorio. y com-
bustible. . 4,000.00


500.00 ,, 3,000.00

2.00.00 ,, 1,200.00


,, 1,500.00

,, 1,000.00

, 10,000.00


,


,,


, 9,000.00

,, 6,000.00

, 50,000.00


400.00 ,, 2,400.00


6,000.00 ,, 36,000.00


6,00.00 ,, 36,000.00


5,000.00 ,, 30,000.00


, 3,40.0.,00

,, 600.00


,, 800.00


Total general. .


,, 20,400.00

S3,600.00


,, 4,800.00

$ 976,332.00


Hiago constar, A los .1-. del articulo 387 de la
Ley del Poder Ejecutivo, que el present ."i -. ic
obedece a. acnerdo del Consejo de Secretarios.
Palacio de la IPresidencia, en la Habana, A 23 de
Junio de 1917.
M G. i-"' ...i,


SR. PRESIDENTE (\'i .) : Aeuerda
pasar este .'1 --,i i..- A la Comisi6n de
Presupuestos ?
(.,. i,;,. o afirmativas).
Acordado.


el Senado
Hacienda y


(El Oficial, Sr. !/ ,.;.:, leyendo):

MEN'SAJE

AL CONGRESS :

Tongo el honor de remitir al Honorable Congreso
las adjuntas modificaciones que, obedeciendo A un
acuerdo del Consejo de Secretaries, deben introdu-
eirse en la part relative A la Secretaria de-Goberna-
ei6n, Direcei6n General de Comunicaciones, en el
Proyecto de Presupuestos para el (.i i. 1. de 1917
A 1918, que oportunamente someti A las deliberacio-
nes del Poder Legislativo.
Palacio de la Presidencia, en la Habana, A veinti-
tr6s de Junio de mil novecientos diez y site.
M IG. L.N... ..

SR. PRESIDENTE (NdOEZ) : -\ i ii. 1, el Senado q(e
este Monsaje pase A la Comisi6n de Hacienda y Pre-
supuestos?
(.., ;,,fi. afirmativas). *


1,300.00 ,, 7,800.000 Aprobado.


f,

,,


6,500.00 ,,







DIARIO DE SESIONES DEL SENADO 3


(El Oficial, Sr. Muioz, leyendo) :

IHabana, 23 de Juni, de 1917.

Sr. iPresidente del Senado.

Senior:

La CAimara de Representantes, en Sesi6n cclebr'ada
el dia de la f .i..1, adopt el acuerdo de aprobar el
adjunto Proyecto de Ley de Presupuestos, para el
ailo fiscal de mil novecientos diez y sieto A mil no-
vccientos diez y ocho, y las relaciones de gastos que
so w-..mpm.
Lo que tengo el honor de comunicarle A los efec-
tos del articulo dicz y ocho de la Ley de Relacioncs
entire ambos i '.i ...-. (olegisladores.
.'A ii atentamente de Ud.
M. Coyula, Presidente.-Felipe Gonzd6ez Sarrain,
Sccretario.--.'l.... Iillalon y Verdaguer, ocre-
tario.

'PROYECTO DE LEY:

Articulo I.--Se autoriza la recaudaci6n, en el ejor-
eicio economic de mil novecientos diez y siete a, mil
novecientos diez y ocho, cn la forma que determinan
las leyes vigentes, de los siguientos ingresos, que se
calculan en un total de cuarenta y seis millones, seis-
cientos setenta y nueve mil, novecientos cuarenta y
dos pesos, diez centavos ($46.6'i',' 4-.il)).


Rentas de Aduana, inlli, 1. .i... las su-
mas que so destinan al Presupuasto
fijo. . . . .
Derechos y mejoras de puertos
Rentas Consulares . .
Rentas de Comunicaciones .
Rentas interiors .. .....
Propiedades y derechos del Estado .
Products diversos . . .
Luteria Nacional .. ........
Impucstos del 1', 1q.,'r. t, incluyendo
las cantidades que so destinan al
iPresupuesto Fijo .. ........
.Renta calculada de los acuedioetos 'A
cargo del Departamento de Obras
PI' blicas . . . .


$32.216,000.00
1 I.. il I II 1.1
700.000.00
1 ','142.10

300,000.00
1.050,000.00.



3.600,000.00


71,000.00


Suma total de los Ingresos $46.67 1'2 10

Articulo 11.-De dichos ingresos generals so des-
tiinari n: site millones, ochocientos quince mil, qui-
nientos diez y seis pesos ($7.: 1.,'li; 1l '), al page de
las obligaciones del Presupuesto Fijo, segrin queda
I,,.,ll,....I..1 por las Leyes, tomandose dichas sumas de
los ingresos 2.-.i.-i en la siguiente forma:

D) la renta producida por los Impucs-
tos especiales del i" 'ii"l. '- i .. $ 2.87 '- "'
De la renta de Aduana. . 4..:. 4.00

Total . $ 7.815,516.00

Articulo III.-La cantidad de site millones, oeho-
cientos quince mil, quinientos diez y seis pesos,
($7.815,516.00) a que se refiere el articulo anterior,
se invcrtiri de este modo:


En el page do interoses y amortiza-
ci6n del '.ii. iii.. de treinta y
cineo nrillones do pesos, que vence-
r'an durant cel ejercieio econ6mico
a que se : -..-;i : esta Ley, de acuerdo
con el contrato celebrado con la ca-
sa Speyer & Compan. .... ..

Para el page de los intereses del Em-
pr&stito de diez millones de pesos,
al tipo del cineo por ciento annual,
scgmn la Ley do veinte de diciem-
bre de mil noveejoutos trece, en con-
trato celebrado con los Sres. J. P.
.i..'- ,i and Company, en 31 de
Enero de mil novocientos catorce .

Para el 1. I-. del cuatro y medio por
ciento de intcres de la emisi6n de
diez y seis mil lones quinientos mil
pesos, segfun contrato celebrado con
la casa de Speyer y Compafiia, y
para .,ii.f.. r gastos de comisio-
ncs, quebrantos en los cambios, re-
mosas de cupones etc. . .

Para el page de iitoreses y amortiza-
ei6n de la Dcuda Interior, a veneer
en este ejercicio econmico .

Para los gastos de administraci6n de
los uIpuestos espcciales . .

Para cl page de las atonciones del Po-
der Legislativo ..... .

Para cl page de las atonciones del Po-
der Judicial . . .


2.459,900.00








504,000.00








7 !' ', '.i. .



587,610.00


419,782.00


1 .'-'1 00


1.873.970.00


Total ......... $ 7.815,516.00


La relaciOn adjunta, que contiene detalles del Pre-
supuesto Filo, forma part do esta Ley y se p!blicarf
con ella lit4ralmente en la Gaceta Oficial de la Re-
publ ica.
Articulo IV.--Do los ingrosos a que so reficre el
articulo primero, so invertird la cantidad do treinta y
scis millones, trescientos treinta y site mil, seiscientos
ochenta y cinco pesos, sesenta y seis centavos (-, .I mi-
lloncs, 337,.-..i.;; ), en las atenciones del Presupuesto
de gastos para el ejoreicio de mil novecientos diez y
site a mil novecientos diez y echo, distribuy6ndola en
la forma que so detalla on las relaciones de gastos
que se aeompafian a esta L.G,- y que son las .i-.',i -Il., :


Relaci6n "A".-iGastos de la 'r.-i-
doncia de la R .('i. .
RelaciOn 'B".--G astos de la iSecreta-
ria de Estado . . .
Relaci6n "iC".--.'.' .i-. de la Secreta-
ria de Justicia . .
Rclaci6n "D".-Gastos do la Socreta-
ria de Gobcrnacin . .
Rclaci6n "E".-Gastos de la Secreta-
ria do Hacienda . .
Adici6a de la Secretaria de Hacienda.
lclaci6n "F".--.Gastos de la Secreta-
ria de Instrucci6n Pfiblica .


$ 168,080.00

9-. ;..,'0. 0

229,800.00

13.139,364.65

2.388,113.50
482,204.00

6.162,516.58


4_________1_1 1111-11_








4 ... DIARIO DE SESIONES DEL SENADO


Relaci6n "G".-Gastos de la Secreta-
ria de Obras IP'iblicas . 6.198,465.00
Relaci6n "H".- II ..i-I.. de la :4. ,I.-...
ria de ISanidad y Beneficencia. .;''', .72.93
Relaci6n "I".-Gastos de la Secreta-
ria de Agricultura, Comereio
y Trabajo.. .... ...... 1.184,430.00

Total del Presupuesto de Gastos. I :; ;7,685.66

Estas nueve Relaciones, la Adici6n y los Resilmenes
que las precedent, forman parte integrante de la pre-
sente Ley y se publicarAn literalmente con ella, en la
Gaceta Op. I.'i de la Repfiblica.
Articulo V.--La diferencia que result entire las ci-
fras !;i.ili, para ingresos y gastos, en los articulos
que preceden y que es de dos millones, quinientos vein-
te y seis mil setecientos cuarenta pesos, cuarenta y
cuatro centavos, ($2.26,740.44) asi como el superAvit
que pudiera resultar 6 la liquidacion del Presupuesto,
se invertira en el pago correspondiente de un mill6n,
seteeientos treinta y site mil, setecientos diez y nue-
ve pesos, cincuenta centavos, ($1.737,719.50), para
cubrir, por dozavas parties, los aumentos de haberes
de los macstros de instrucei6n primaria, segfn Ley
de primero de J ulio de mil novecientos diez y seis;
en abonar los haberes del personal aumentado en
las Audiencias de Oriente y Santa Clara, ascendente
6 treinta mil, seiscientos pesos ($30,600) ; aplicindose
los setecientos cincuenta y. ocho mil cuatrocientos
veinte pesos, noventa y cuatro centavos (:7'", 42' ')4)
restantes, en la forma que acuerde el Congreso, por
medio de Leyes especiales.
Articulo VI.-Los gastos del Presupuesto para el
ejercicio de mil noveeientos diez y site i6 mil nove-
cientos diez y ocho, se realizarAn necesariamente den-
tro de los cr6ditos autorizados por esta Ley y que
detallan ]as relaciones enumeradas en el articulo cuar-
to, conforme ]o dispuesto en el articulo trescientos no-
venta de ]a Ley del VPoder Ejecutivo.-Los que in-
frinjan este precepto incurrirAn en responsabilidad
administrative y penal que las leyes sefialan.
Articulo VII.-Se amplian las limitaciones esta-
blecidas por el articulo trescientos noventa y cuatro
de la Ley del Poder E i.. t;vo, respect A la apli-
caci6n de cr6ditos para "Imprevistos" prohibiendo
que con cargo 6h esos cr6ditos se hagan pagos para
personal permanent, 6 por ..i. ;11i, de nueva creaci6n.
Articulo VIII.-Los ingresos que se recauden du-
rante el afio econ6mico de mil novecientos diez y site
a mil noveeientos diez y ocho, que autoriza esta Ley,
no podran invertirse en ningfin caso, salvo autoriza-
ci6n expresa del Congreso, en pagos ajenos a los de-
tallados en el Presupuesto Fijo y en el Presupuesto
General de Gastos, autorizados por esta Ley.-Los
que infrinjan este precepto incurriran en la respon-
.-,Ill.lI .I que sefiala el articulo cuatrocientos cuatro
del C6digo Penal.
Articulo IX.-Queda prohibida en absolute la si-
multancidad en el disfrute de haberes, pensions 6
gratificaciones del Estado, las Provincias 6 los Muai-
cipios, y ningdn funcionario 6 empleado drl Estalo,
Provincia 6 :il,, li.-..-, cualquiera que sea el concept
por el cual perciba su haber, podra percibir del Teso-
ro National, ni de los Tesoros Provincial o Municipal,
remuneraci6n 6 gratificaci6n por concept alguno,
quedando por consiguiente prohibida igualmente, la
siinultaneidad de pensions 6 gratificaciones, 6A menos
que asi lo disponga alguna Ley.


Las dietas s6lo se abonarin en los casos de 'comi-
si6n del servicio, fuera de la residencia legal del
: 11. n .. ...1 ,,, 6 em pleado.
Artieulo X.-- El Poder Ejecutivo remitira men-
sualmente al Congreso, un estado detallado de todos
los gastos 6 ingresos del Tesoro P'"blico en el mes
anterior, ajastindolo en su distribuci6n A' las rela-
ciones del Presupuesto A que esta Ley se refiere y a
las leycs especiales que dieson motivo A algfin egreso,
no comprendido en dichas relaciones.
Dentro de los seis meses siguientes 6A la termina-
ci6n del afio econ6mico remitira igualnente al Con-
greso la liquidaci6n total del Presupuesto.
Artieulo XI.-Las relaciones y liquidaci6n A que se
refiere el articulo anterior, se publicaran tambi6n en
la Gaccia Oficial de la 'Repfiblica, dentro de los mis-
mos periods que dicho articulo sefiala.
Articulo XII.-La cobranza 6 recaudaci6n de ]a
renta 6 impuestos, de enalquier clase que scan, no se
podra encomeridar 6A particulars, sociedades 6 cor-
poraciones, por arrendamiento, concertos ni de nin-
guna otra manera, pues ha de recaudarse precisamen-
te en los organisms y por los funcionarios del Estado.
Articulo XIII.-El Interventor General del Estado
remitira at EJ. i- ivo, en la primer quincena del
mcs de noviembre y para su envio al Congreso, un
informed annual, expresivo de las cuentas examinadas
y aprobadas, de los reparos formulados y de las cuen-
tas pendientes de aprobacion.-l)icho informed se pu-
blicarai en la Gaceta Oficial de la Repfiblica.
Articulo XIV.-En los easos en que resulten modi-
fieadas las denominaciones ,de los cargos que hoy exis-
ten, ge estimarh n como no heehas tales :i .. I,- ii. .-,
quedando vigentes los titulos 6 denominaciones que
constant en el filtimo Presupuesto 6 leyes 6 decretos
que los hayan creado.
El cambio de nombre de una plaza 6 el aumento 6
la rebaja del sueldo 6 categoria, no cancelara el de-
rccho de inamovilidad del actual servid6r de la mis-
ma, en tanto que se le atribuyan iguales 6 analogas
funciones.
Los funcionarios y emplealdos que sean inamovibles
en sus actuales cargos, y por supresi6n de 6stos que-
dasen excedentes, pasarAn A ocupar los de nueva crea-
ci6n de la misma 6 de otra Secretaria, Departamento
fi .. ;,, I. independiente, que sean de iguales 6 anilo-
gas funciones, aun cuando tengan mayor 6 igual
sul do.
Articulo XV.-Los novecientos diez mil pesos,
($910,000) consignados a ]a Secretaria de Obras
Pfblicas para conservacion de earreteras y puentes
en today la Isla, se repartiran por provincias, en pro-
porci6n al nfimero de kil(metros construidos en cada
tna. Asimismo se proceder6 en cuanto 6 los quinien-
tos mil pesos ($500,000) presupuestos para la recons-
trueci6n de las carreteras en today la Isla.
Articulo XVI.-iEsta Ley empezar, A regir desde
el dia primero de Julio de mil novecientos diez y site.
Sal6n de Sesiones de la (' n .... de Representantes,
A lo s Veinte y tres dias del mes de Junio de mil nove-
cientos diez y site.
M. Coylula, 1'-.l... 1o. -Felipe Gonzdlez 8arrain,
Seeretario.-Manruel Villal6n y Verdaguer, bcreta-
rio.

,SR. PRESIDENTE (NVINEZ) : Se acuerda que esta
comunicaci6n de la ('ii..! pase 6 la Comisi6n de
Hacienda y Presupuestos, recomendindole que emita
su Dictamen lo mas pronto possible ?


iiiPf ml ll








DIARIO DE SESIONES DEIL SENADO 5


(Sen ales ,.rin,; .it; ....).
Acordado.

(El Oficial, Sr. Muoz, leyendo) :

Habana, 22 de Junio de 1917.

Sr. President del Senado.

Seiior:
La Cimara de Representantes, eu Sesi6i celebra-
da cl dia de la feeha, adopt cl aeuerdo de aprobar
el adjunto Proyecto de Ley, 1i if. I..- A transferir la
pension, concedida al (' ..i... I del Ej6rcito Libertador
:Sr. do.!I1,.l de Jesfis Pefia y Reinoso iA su viuda 6
hijas.
14o que tengo el honor de comunicarle a las efectos
del articulo diez y ocho de la Lcy de Relaciones centre
ambos Cuerpos Colegisladores.
I/. ( ... i1.,. IPresidente.-Juan Rodriguez Ramirez,
Secretario.--Manuel Villaldn y Verdaguer, Secretario.

AL SENADO:
El Senador que suscribe, tiene el honor de pedir
al Senado, la suspension de los preceptos reglamen-
tarios, al objeto de discutir en la scsi6n de hoy el
Proyecto de Ley procedente de la (',r .... de Repre-
sentantes 11 i.. ,i, la pension vitalicia que dis-
frutaba el :Pr6cer Civilista de Oriente Coronel Ma-
nuel de Jesus de iPefa y Reinoso, a su viuda la sefiora
Caridad Badin y Jistiz 6 hijas.
Sal6n de iSesiones del .-'. ,. !, 6 los veinte y oinco
dias del mes de Junio do mil novecientos diez y site.
Vidal Morales.

SR. Moui.AllS: Pi(do la palabra.
Sn. PRESIDENTI] (NrRINz) : La tieno el Sr. .1...i. .
SR. MORALES: He pedido la palabra para explicar
brovemente el objeto do esta Moci6tn.
La pension al Coronel Pefia so presen't6 unos
moses antes de su mnerte y la disfrut6 apenas dos.
-i viuda tiene una avanzada edad, y la Camara de
Reprosentantes ha aprobado transferir esa pension a
sus herederos; por eso pido A mis companeros que
aprobemos ]a urgencia .en la discusi6n.
Sn. PREISIDENTE (\'- ) : So somete a votaci6n lo
propuesto por el Sr. Morales.
(Silencio).
SiSe aprueba?
(Seilales afirmativus) .
Aprobado.

(El Oficial, Sr. Muiioz, leyendo):

Articulo 1-La pension concedida al Coronel del
Ei.', ;i., Libertador Sr. Manuel de Jesus de Pefia y
Reinoso, por la Ley de 26 de AMarzo de 1915 y pu-
blicada en la Gaceta Oficial del 19 de Abril del'mismo
afio, se transfiere a su viuda y At sus hijas en la si-
guiente proporci6n: cuatrocientos ochenta pesos al
afio, pagaderos por dozavas parties y mensualidades
vencidas, A la Sra. Caridad Badin y Jfistiz, viuda
de Pefia; setecientos veinte pesos al afio, pagaderos
por dozavas parties y mensualidades vencidas, y por
mitad, a las Srtas. Caridad y Magdalena de 'Pefia
y Badin. Las personas mencionadas disfrutarin la
p ,-i.;,, que pop esta Ley se les concede, solamente


mientras permanezean en estado de solteria; y al
cesar el derecho de alguna do las pensionadas este
acreceeori el de las otras.

SR. PRiESIDENTE (NiREZ) : 'Se pone A discusi6n.
(Silencio).
S-aprueba?
( .. afirmativas).
Aprobado.

(El Oficial, Sr. 11,,..:, leyendo) :

Articulo 2'-Esta hIey comenzarA A regir desde el
dia de su publicaci6n en la Gaceta Oficial de la Re-
pilblica.

SR. PRISIDENTE (NifREZ) : Se pone 4 discusi6n.
(Silencio).
IlSo aprueba?
(Seiales afirmativas).
Aprobado. Y queda aprobado el Proyecto de Ley

(El Oficial, Sr. Muitoz, leyendo) :

SHabana, 30 de Junio de 1917.

S. President del Senado.



La CiAmara de Representantes, en Sesi6n celebrada
el dia de la fecha, adopt el acuerdo de aprobar el
Proyeoto de Loy, procedente do ese Cuerpo i'.. 1.-.;1,.-
dor, relative a conceder una pension de seiscientos
pesos anuales IA cada uno de los hi.jos del General Jose
\1 n i I Bolafios nombrados Maria Cristina, Jos6 MAaria
6 Ililda Estrolla Bolafios y Ramirez; habi6ndose ele-
vado al Ejecutivo, a los efectos constitucionales.
Atentamente de used.
M. Coyula, PIresidente.-Juan Rodriguez Ramirez,
iSecretario.-Manuel Villal6 y Verdaguer, Secretario.

SR. PRESIDENT (NdREZ) : Enterados.

(El Oficial, Sr. Mulcoz, leyendo) :

lHabana, 22 de Junio de 1917.

Sr. President del S.n id...
Sefior:
La (' ,.o1,I de iRepresentantes, en Sesi6n celebrada
(i dia de ]a fecha, adopt el acuerdo de aprobar el
adjunto Proyccto de Ley referente A conceder una
pension vitalicia de tres mil seiscientos pesos, anuales,
pagaderos por dozavas parties, a] Mayor General del
Tereer Cuerpo del Ej6rcito Libertador Sr. Javier de
la Vega.
Lo clue tengo el honor de Comunicarle a los .. I...
del articulo diez y echo de la Ley de Relaciones en-
tre ambos Cucrpos Colegisla lores.
Muy atentamenLe de id.
M. Coy ala, Presidente.-Juan Rodriguez Ramirez,
Secretario.-Manvel Villalon y V ,.1,.,e, Secretario.
'PROYECTO DE LEY:
Articulo 19-Se concede una pension vitalicia de
tries mil seiscicntos pesos, anuales, pagaderos por doza-








6 DIARIO DE SESIONES DEL SENADO


vas parties, al Mayor General, Jefe del Tercer Cuerpo
del c .'. it Libertador, Javier de la Vega.
Articulo 2"-Queda autorizado el Ejecutivo, mien-
tras no .glir., en Presupuesto la cantidad a que se
r, 'i. .i el articulo anterior, para disponer de los so-
brantes del 'i',. -". A fin de hacerla efecti--a.
\rticulo 3-.- Et:, Ley empezarA A regir desde su
publicaci6n en la Gaceta Oficial de la Repfiblica.
Salin de Sesiones de la Camara de Representantes,
a los veintc y dos dias del mes de Junio de mil nove-
cientos diez y siete.
M. Goyula, President.--Juan Rodriguez Ramirez,
iSecretario.--Mlanuel Villaldn y Verdaguer, Sccretario.

Sn. P'i nr: i, (NtNEz) : iSo acuerda pasar esta
Comunicaei6n A las Comisiones de Hacienda y Presu-
Ipue s; s Iy d1 As:untos Militares?
(Seiales fi/ .n,' .' ).

Acordado.

(El Oficial, Sr. Mutioz, leyendo):

Habana, Junio 22 de 1917.

Sr. President del iSenado,
:'-' ,..r .,

La CAmara de Representantes, en Sesi6n celebrada
el dia de la fecha, adopt el acuerdo de aprobar el
adjunto Proyecto de Ley, concediendo un crudito de
ciento sesenta mil pesos, que se incluiri en dos Pre-
supuestos sucesivos, para a construction de un mue-
lle piblico y un edificio destinado A Oficinas de adua-
na on el puerto de Matanzas.
Lo que tengo el honor de comunicarle a los efeetos
del articulo diez y ocho de la Ley de Relaciones en-
tre ambos Cuerpos Colegisladores.
Muy atentamente de Ud.
M. Coyuala, Presidente.--Juan 1... ...'.r. : Ramirez,
Secretario. I.'... Villalon y V-. 1Ir. i.', Seeretario.
PRO'YECTO ID LEY:
Articulo I.-Se concede un er&dito de ciento sesen-
ta mil pesos, moneda de curso legal, para la construe-
ci6n, en la bahia de Matanzas, y en terrenos del Es-
tado, de un ,,i.h. pfiblico, de hormig6n armado, a
prueba de ratas, dedicado A la importaci6n, exporta-
ciOn y eabotajo y un ..i.i anexo destinado A ofi-
cinas de Aduana, Sanidad Maritima, iCapitania de
Puieto 6 Inspeeei6n de Inmigraci6n.
Articulo IL.-De los fondos del Tesoro Nacional, no
afectos a otras obligaciones, 6 de los existentes para
obras de puertos, so tomara, en este anio eoon6mico, la
e. I; 1.1 d1. ochenta mil pesos para comenzar dichas
obras.
Articulo II.---Se incluira en el pr6ximo Presu-
puesto, ]a cantidad do ochenta mil pesos, para la
construction y terminaci6n de la obra.
Articulo IV.-Esta Ley regira desde su publica-
ci6n en la Gaceta Oficial de la Replblica.
Sal6n de Sesiones de la Camara de Representantes,
A los veinte y dos dias del mes de Junio de mil nove-
cientos diez y site.
M. Cr yula, Presidente.-Juan J. Rodriguez Rami-
rez, Secretario,-Manuel Villalon Vp'n'--7.-
*ario.


Sn. PRFESIDENTE (NThnEZ) : l&S acuerda pasar esta
Comunicaci6n A las Comisiones de Hacienda y Pre-
supuestos y de Obras PWiblieas?
(Seitales afirmativas).
Acordado.

(El Oficial, Sr. Mr',-..:, leyendo):

Habana, 22 de Junio de 1917.

Sr. President del Senado.

ISefior:

La CAmara de R.-ir.i. ,.lt.-. en sesi6n celebrada
el dia de la fecha, adopt el acuerdo de aprobar el
adjunto Proyecto de Ley, referente A conceder una
pension vitalicia de setenta y cinco pesos, mensuales,
A la Sra. Am6rica Pino, viuda del Coronel Americo
B'retos y PIrez, y otra de veinticinco pesos, men-
sualcs, ai eada una do las dos hijas del Coronel Ameri-
co IBrtos y P6rez.
Lo que tongo el honor de comunicarle A los efeetos
del articulo diez y echo de la Ley de Relaciones entire
ambos Cuerpos Colegisladores
'.lii.- atentamente de Ud.
M. Coyla, Presidente.-Juan J. Rodriguez Rami-
rez, Secretario.-Manuel Villaldn y Verdaguer, Se-
oretario.

'PROYECTO DE LEY:
Articulo 19-Se concede una pension vitalicia de
setenta y cinco pesos mensuales a la Sra. America Pi-
no, viuda del Coronel Americo Brotos y Perez, y otra
'de veinticineo pesos, mensuales, A cada una de las
dos hijas del Coronel Americo Bretos y Perez, las
iSrtas. Amnrica Ana y Clara Aurora, mientras per-
manezean solteras.
SArticulo 2---Las cantidades necesarias para el cum-
plimiento de esta Ley serAn incluidas en los Presu-
pnestos, y de no ser pos;ble, se autoriza al Ejecutivo
para que tome dichas cantidades de cualquicra de
los fondos sobrantes del Tesoro.
Articulo 39-Esta Ley surtirA sus efectos desde
la fecha de su publicaci6n en la Gaceta Oficial do la
Repuiblica.
Sal6n de Sesiones de la Camara de Representantes,
A los veinte y dos dias del mes de Junio de mil nove-
cientos diez y site.
M. Coyula, Presidente.--Juan J. Rodriguez Rami-
rez, Secretario.-Manuel Villaldn y V ,7.i,.. Se-
cretario.
SR. PnESIDENTE ( ,'i'. ;) : 1,Se aprueba el paso do
esta *Comunicaci6n A las Comisiones de Hacienda y
,' 1. .-1 : y de Asuntos .\! lii .''-
(N ', .' :, i / .. i ;, ',, ).
Aprobado.

(El Oficial, Sr. IMulooz, leyendo) :
I[abana, 22 de Junio de 1917.
Sr. President del Senado.



a celebrada
al, -11 .ib r el







DIARIO DE SESIONES DEL SENADu 7


adjunto Proyeeto de L4ey, referente A transferir t los
menores hijos del Mayor General Luis Figueredo la
pension de cien pesos mensuales, que percibia 6ste
del Estado.
Lo que tengo el honor do comuiiiearle los efcetos
.del articulo diez y ocho de la Loy de Relaciones entire
ambos Cuerpos Colegisladores.
Muy atentamente do Ud.
M. Coyula, Presidente.-Juan J. ...1,7 ... Rami-
rez, Seeretario.--Manuiel Villal6n y Verdaguer, Se-
cretario.

'PROYECTO DE LEY:

Articulo I.-Se transfiere A los menores hijos del
Mayor General Luis Figueredo, llamados Luis, Clara
y Clementina, residents en ]a Repfiblica de Colom-
bia, Departamento de Alto Sinui, pueblo de Ml .n. i., .,
la pension de cien pesos, mensuales, moneda de curso
1. 1 ,. que percibia del Estado el General Figueredo.
Articulo I[.--Cada uno de los menores referidos
pereibi A la terccra parte del total do dicha pension
de cien pesos que disfrutark por separado y esa suma
se entregara A quien legalmente los represent, por
mensualidades vencidas.
Articulo ]II.-EI1 ';. .*,,... dispondrL quo se li-
quiden y entreguen a los menores Luis, Clara y Cle-
mentina Figueredo, todas las mensualidades que por
esta Ley les correspondan desde ol fi'ill,-riidint, del
:\1 ... General Luis Figueredo, y en lo sucesivo, hasta
la mayoria de edad de Luis, y entonees la part de
6ste se distribuira entire las dos hu6rfanas 'Clara y
Clementina, para que reciban desde esa fecha ein-
cuenta pesos cada una con carecter vitalicio.
Articulo IV.-El Ejecutivo dispondra que se paguen
estas pensions con el cr6dito que servia para abonar
la del Mayor I ^'.-i. .r 1 Luis I'ig,,i., .1 i, 6 con los fon-
dos del I- de que pueda disponer, hasta que se
incluya, si no lo estuviere, cn los P'resupuestos Nacio-
nales.
Articulo V.-E.sta Ly eomenzard i regir desde el
dia do su publicaci6n en la Gaceta Oficial de la Re-
pidblica.
Saldn de Sesiones de la Camara de Representantes,
a los veinte y dos dias del mes de Junio de mil nove-
cientos diea y site.
M. Coyula, lPresidente.-Juan J. Rodrqigez Rami-
rez, Secretario.--Manttel Villal6n y Verdaguer, Se-
cretario.

Sn. PEl'msiENT'n (Nt'Ez): a .'** acuerda que esta
Comunicaci6n pase a las Comisiones de Hacienda y
Presupuestos y de Asuntos Militares?
Acordado.


(El Oficial, Si'. if,.



Sr. President del Se



En cumplimiento y
doce y sigaientes de la I
mara de Representantes
el honor do enviar a Uc
clones que han sido pr


-Taba, /,, o 8 d 19,17.)
Habana, Junnio 18 ,de 1917.


Cimrnara, en la sesi6n colebrada por la misma en el
dia de la feeha y que tratan de los siguientes parti-
culares:
Establecicndo el servicio military obligatorio.
Disponiendo que los studios que comprende la
asignatura del grupo "E", en los Institutes de Se-
gunda Enseianza, se harin en cuatro cursos suce-
sivos.
Modificando el articulo trece de ]a Orden Mil ;1 .
nfiumro noventa, de veintitr6s de Junio de mil ocho-
cientos noventa y nueve.
Creando el N. -... -,.i., de Mejoramiento y Abasto
de Agua de la Habana, en la Secretaria de Obras
P'iblicas.
Declarando en suspense todas las disposiciones quo
prohiban, restrinjan 6 10.,, iil. i, la inmigraci6n 6 in-
troducei6n de braceros on cl territorio de la Repfiblica.
Declarando, de utilidad pfiblica national, la publi-
caci6n del libro didictico sobre la Isla de Pinos, del
S. ,I',,r R6mulo Noriega.
Eximiendo, durante veinticineo alios, de dere-
ch6s araneelarios, a los materials q'ue se imported
con destiny al laboreo, rn ii'l i..,.; y exportaci6n
de minerales.
Disponiendo que los fondos existentes en el Tesoro
de las extinguidas Escuelas de Verano, se destinen
a pensionar a los maestros que se hubieren inutilizado
en el ejereicio de su profesi6n.
Deolarando expropiable, por utilidad pfiblica, la
casa donde naci6 en la IIabana, Jos6 Marti.
Estableciendo las condiciones que para la eficacia
legal han do tender las pdlizas de seguro, emitidas por
C.'mp I.' I extranjeras.
(.;....... l i.. unt cr6dito de ciento veinticinco mil
pesos, para la ampliaci6n 6 instalacidn de filtros
en el acueducto de Pinar del Rio.
Concediendo un crdito de diez mil pesos para la
terminaci6n y arreglo del parque de Candelaria.
Elevando la categoria do los Ilospitales "'San Isi-
dro" y "San l;.i! I.-1", de Pinar del Rio y Guanajay,
respectivamente, y conccdiendo unl crdito de sesenha
riil novecientos oehenta y tres pesos, noventa conta-
vos, para atenciones de los mismos.
Concediendo un cr6dito de cinco mil pesos, para
el arreglo del parque de Bataban6.
Concediendo un. crdito de setenta y cineo rmil pe-
sos, para la construcci6n de una carretera, que par-
tiendo de la Cachimba, on Giiira de Melena, termine
en Quivicin.
Concediendo um cr6diH de v (inta mit pesos para.
te'rminar la carretera de Agna.ete :t Caraballo
Concediendo un cridito de circuentea mipl pesos, pa-
ra terminal las obras de amaleconamiento de la costa
do la Bahia de IM.it., ,-.
Concediendo un cr6dito de veinte mil pesos, para
diversas obras l,,'11.-.l. en el pueblo de Rodas.
Concediendo un credito de veinticineo iil pesos
para erigir una estatua en la ciudad de Santa Clara,
que perpetuie la memorial del General Leocadio Bo-


nado. nachea.
(Concediendo un cr6dito de quince mil pesos para la
construction de un puente sobre el arroyo Calabazar.
Concediendo un cr6dito de ocho mil pesos para la
a los efectos de los articulos construction de una line -, irt.., de Manzanillo
Ley de Relaciones entire la Ca- a Ensenada de Mora.
s y el Senado, adjunto tengo Coneediendo 'an crdito de ciucuenta mil pesos,
d. copia .do todas las Proposi- para el estudio y construction de un acueducto en el
.esentadas y loidas ante esta poblado del Caney.








8 DIARIO DE SESlONES DEL SENA(D0


Concediendo un credit de noventa mil pesos, para
el studio y la construcei6n de una carretera desde
el poblado del Zarzal a Jibacoa.
Concediendo un cr6dito de euarenta mil pesos, pa-
ra el studio y la construcci6n de un acueducto en
el pueblo de Puerto Padre.
Concediendo un credit de quince mil pesos, para
ia construction de un mausoleo en la neer6polis de
Santiago de Cuba, destinado a guardar los restos
de Jos6 Marti.
Concediendo un credit do treinta nil pesos para
la reparaci6n de jas calls de Campeehuela.
Concediendo un cr6dito de doseientos mil pesos,
para el arreglo y la pavimentaci6n de las calls de
Holguin.
,Concediendo una pension do mlil doseientos pesos,
anuales, 4 la ,Sra. Teresa iGarcia, viuda de Trjera.
*Concediendo una pension de mil cuatrocientos pe-
sos, auales, A la Srta. Matildc Dolgado P6roz, hija
del Coronel Pedro M. Delgado.
Concediendo una pension de mil pesos, anuales, A
la Sra. Mercedes Gonzalez, viuda del 'Coronel Pedro
Torres.
Concediendo una pension de mil doscientos pesos,
anuales, a la :Sra. Nieves Franchi, viuda de Alcover.
Concediendo una pension de seiscientos pesos, anua-
les, al ,Sr. Francisco Ravella, padre del Toniente
Honorato Ravella.
Concediendo una pension de seiscientos pesos, anua-
les, & la Sra. Juana Diaz viuda del Sargento Abelardo
Arag6n.
Concediendo una pension de sesenta pesos, mensua-
les, al Comandante Eloy Berzaguy y Sanabria.
Concediendo una pension de cincuenta pesos, men-
suales, A la Sra. Leonor de Feria i.... '.,1.1.. viuda
del'Comandante 'Csar Castellanos.
Concediendo una pension de mil doscientos pesos,
anuales, 6 la Sra. Viuda del General ,Pedro Dolgado.
Concediendo una pension de setecientos pesos, anua-
les, A la Sra. Angela 'O6mez Echemendia, viuda del
Teniente Jos6 'G6mez \fPrez.
Concediendo una pension de setenta y cinco pesos
mensuales i la t iTirsa Grave de Peralta, hija del
General Julio 'Grave de I', i.,l.,.
Concediendo una pension de mil doseientos pesos,
anuales, a la Sra. Caridad Forment, viuda del 'Coro-
nel Carlos T'rista.
Concediendo una pension de seiscientos pesos, anua-
les, A la iSra. Asuncion ISantana, viuda del Toeniente
Coronel Rafael Aree.
Concediendo una pension de cien pesos, mensuales,
Sla SSra. Cira L6pez G!avilin, viuda del Sargento
Angel Viera.
Concediendo una pension de cien pesos, mensuales,
al Comandante Sr. Bernardo Ti' ...... '., Urgells.
Concediendo una pension de cuatrocientos ochenta
pesos, anuales, A la Sra. Mercedes Borges, viuda do
Fontanills.
Concediendo una pension de seteecientos veinte pe-
sos, anuales, A la Sra. M.. i Saunchez, viuda del Te-
niente Jos6 Joaquin ISarria.
Atentamente de Ud.,
M. Coyula, IPresidente.-Juan J. Rod-igquez Rami-
rez, Secretario.-Manwel Villaln y? V. .7.. ., Se-
cretario.

SR. PRESIDENT (NRIiEZ) : Enterados,
JEl Oficial, Sr, 1/:. .:. ... .. ) :


At SENADO':

La Sra. Amparo Dominguez, viuda de Manuel Mar-
tinez y Vasallo, soldado que fu6 del Ej6rcito Liber-
tador, so eneuentra actualmente en la mayor miseria
en compafia de sus tres menores hijos, 'de ocho, diez
y. doce aflos, con los que viene luchando desde el ailo
de,1912 en quo muri6 su esposo, con el fin de obtener
la subsistencia de los mismos, en la Patria que su
padre ayud6 a crear con las armas en la mano.
Estando en el animo de todos los Congresitas so-
correr a todos aquellos familiares desvalidos de los
que se s 1~ i i.-.i.. por Cuba, el Senador que suscribe
somete A la consideraciOn de sus compafineos la si-
guiente:

IPRoPosICiON DE LEY:

Articulo 1--1Se concede a ]a .',... Amparo Domin-
guez, viuda del soldado del Ej@rcito Libertador, Sr.
\i.u tinez y Yasallo, una pension vitalicia de $480.00
anuales, para su sostenimiento y el de sus tres meno-
res hijos.
Articulo 2--La cantidad necesaria para el cum-
plimiento do lo que se dispone en el articulo anterior
se tomarA, hasta sn inclusion en los Presupuestos Ge-
nerales de la Nacion, do los fondos sobrantes del Te-
soro.
Articulo 3---La pension que se concede por esta
Ley, quedar'i sujeta, en cuanto a cuantia y condi-
ciones, a la Ley General de pensions que en lo ade-
lante pueda regir on la Repfiblica.
Articulo 4--Esta Ley comenzara a regir desde su
publicaci6n eti la Gaceta Oficial de la Repiblica.
Palacio del Senado, Habana, 25 de Junio de 1917.
NicolTs Alberdi.

Si. lPRESIDENTE (NNIEZ) : g Acuerda el Senado
pasar esta 'Proposici6n de Ley 'a las Comisiones de
Hacienda y Presupuestos y de Asuntos MIilitares?
( .*. I, ,II 1, 11.... ) ', I, ') .
Acordado.

(El Oficial, Sr. If ,.:.:, leyendo) :

Ai ISiNAIDO:

En toda Naci6n cuyos principals medios de vida
scan la agriculture y la industrial, debesele dedicar
una gran atenci6n a. las vias de comunucaci6n, que
vienen a ser en oas pueblos agricolas las arteries por
done eorre la vida commercial; dbbese procurar siem-
pro, aun realizando grades sacrificios, que por las
tierras consagradas a la agriculture, pasen carreteras
6 lineas ferroviarias qlue establezean .: .- "itI.';..-.:i--
entre el campo y la cindad, haciendo de este modo,
que entire ambas ramas so establezea una fraternal
uni6n, y concurran a la, misma, aspiraci6n, que es
la del crecimiento de ]a exportacion Nacional.
La comunicaci6n que en la actualidad existed entire
el pueblo de Ovas y la ciudad de Pinar del Rio, es
tan dificil y penosa, que ocasiona on todo tiempo y
mayormente on la 6poca de las lluvias, grandes per-
juicios, considerable malestar, en cuanto al transpor-
te del tabaco y frutos menores, Ilegando en muchos
casos 6' hacerse impossible el viaje entire Ovas y la
cindad de Pinar del Rio, A pesar de la insignificant
distancia que los separa,








DIARIO DE SESIONES DEL SENADO 9


La carretera central, 6 sea la que va de la IIabana
A Pinar del Rio, pasa, poco miAs 6 menos, unos seis
kil6metros del rico pueblo de Ovas, y si el Estado
construyera una. carretera que pusiera en comnuni-
caci6n A este pueblo con ]a antes dicha carretera
central, uniria .de este modo A una de las barriadas
mras rieas y fecundas que tiene la provincia de Pi-
nar del Rio..
Tengo en mi powder, ]a cual pongo a disposici6n
de los Sres. Senadores, mna solicited firmada por minas
de doscientos de los veeinos mis solvents y de arrai-
go de aquella comarea, en ]a cual exponen la nece-
sidad de la construcei6n de dicha carretera.
Por las razones antes expuestas, el iSenador que
suseribe, propone 6i sus AS ..iU..,'i....- la aprobaci6n
de la siguiente:

ilP'oosrcO6N DE LEY:

Articulo 1-'Se concede un cr6dito de cincuenta
mil pesos, par Ia construcci6n de un tramo de ca-
rretera que partiendo del pueblo de Ovas entronque
con la carretera central, en la Provincia de Pinar
del Rio.
Articulo 2"--La obra cuya construcci6n se ordena
en el articulo anterior, sera adjudicada por subasta,
y no podri gastarse en la misma, en personal t6enicu
y administrative, mnAs del seis por ciento del in por-
te total.
Articulo 3-.El cr6dito concedido en el articulo
primero, se tomanat de los fondos del I. .... no
afectos A otras obligaciones.
Articulo 49-- Esta Ley empezari A regir desde
su publicaci6n en la Gaceta Oficial de la .Repiiblica.
Palacio del Senado, llabana, Junio 25 de 191.7.
Manuel A. Sudrez.

Sn. PRESITDENTtiB (\ .' ) : Se acuerda pasar esta
Proposici6n de Ley A las Comisiones de Hacienda y
Presupuestos y de Obras P'iblicas?
(Se;ales afirmativas).
Acordado.

(El Oficial, Sr. MAiwoz, ......' ..):

Comisioll dc Asvunlos Municipales

AL SENAiDO :

La Comision de Asuntos _'.1 i'.-. ..;...* y Provincia-
les. en Sesi6n celebrada el dia de la fecha, ha cono-
cido y estudiado detenidamente, el Proyecto de Ley
precedent e de a OCmnara de Representantes (iqe mio-
difica el articulo 55 de la Ley Orginica .de los Mini-
eipios, y despu6s de haber oido las razones expues-
tas por el Senador Sr. Juan Gualberto G6mez, la
(omisi6n adopt el acuerdo de recomendar al Senado
le imparta su aprobaci6n, teniendo en cuenta las ma-
nifestaciones antes indicadas, el espiritu de justicia,
que el mismo abarca y que desde hace tiempo se viene
sintiendo la necesidad de ]a modificaci6n de dicho
articnlo tal como lo ba redactado la Camiara de Re-
presentantes.
Palacio del iSenado, iTabana, 25 de Junio de 1917.
*Juan G(ualberto ad(mnez, S. i,.l1.) -, accidental.-
Vto. Bno. A. Porta, Presidente.
SR. GARCIA OSUNA,: Pido la urgencia para la dis-
cusi6n de este Proyecto.


SR. PRESIDENTE (NdiW Ez) : pSe acuerda la Propo-
sici6n de urgencia, propuesta por el Sr. i.,.,i.,
Osuna?
( s ,. 11 .., ; ,' '.1 ) .
Acordada.
Sn. MAzA Y ARTOA : Con mi voto en contra.
Sn. 'PRESIDENTE (NiuEz) : Con el voto en contra.
(del Sr. Maza y Artola.
Se pone a discusi6n la totalidad.
(Silencio).
Se aprueba?
(s,. ,.,'. afirmativas).
Aprobada.
iSr. MAZA Y A RroiA: PIidi6 alguien la palabra,
Sr. President ?
Sn. Ii -i .. (\ .): Ya so aprob6 la totali-
dad.
SnR..M ARTOLA: 1'-,.. no me habia percatado
dLe ello.
SR. GUEVARA : Es que el Sr. ,Maza y Artola estaba
hablando con el iSr. Garcia Osuna.
'SR. PRESIDENTE (N(~izE) : Se va a leer el articu-
lado.

(El Oficial, Sr. Mawoz, ...7i :

"Articulo 1I,-El articulo 55 de la Ley OrgAnica de
los Municipios se entendera, en lo sucesivo, redac-
tado en la siguiente forma:
"Articulo 55.-El cargo dle i( ...' it es obligatorio
para los cubanos. Los extranjeros podran excusarse
de su desempefio, pero alegando esa circunstancia
antes de entrar en cl mismo."

SR. P RESIDEN'TE (NWRiz) : Sc aprueba cl articulo
primero?
(Sciales afirmativas).
Aprobado.
(El Oficial, Sr. '.V ".':, leyendo) :
"Articulo 2?-Los Concejales recibiran, si lo acuer-
dan los Ayuntamientos, una dotaci6n con cargo el 'Te-
soro .\1li II. i. en la siguiente proportion:
)e dos mil cuatrocientos pesos, como m6ximo, al
adio, en aquellos Trrminos cuyos 'Presupuestos de
gastos exced.an de cuatro millones de pesos.
I)e mil doscientos como maiximo, al afio, en los Mu-
nieipios en que los Presupuestos no exeedan de la
cautidad arriba expresada y no scan ifa.i i".- A
cien mil pesos.
)e seiscientos pesos coino mfiximo, al afio, en los
IMunioil ios eiyos Presp i...;tos no alealeen iA cien mil
pesos y no sean inferin,:es A cincuerna iil.
l)e doscientos pesos, como mAximo, al afio, en los
Municipios cuyos presupuestos scan menores de cin-
cuenta mil pesos.
.De ciento veinte pesos al afio, como mnximo, en los
Municipios cuyos presupiuestos scan menores de vein-
ticinco mil pesos."

'SR. IPRESIDENTE (NdREZ) : 'Sc pone d. discusi6n.
SR. .1 Y ARTOLA: Pido la palabra.
SR. IPRESIDENTE (N'REZ) : La tiene el Sr. Maza y
Artola.
Sn. MAZA Y ARTOLA: No se crea que voy A usar de
ella para oponerme 6 ese articulo, sino s61o para
explicar el voto que voy A emitir, lo que cquivale 6 la
aelaraci6n que el Reglamento en esta oportunidad
permit hacer 1a :i;:,1'.'|i.': Senador.







10 DIARIO DE SESIONES DIEL SENADO

A nadio debe de extrafiar que yo vote A favor Los Ayuntamientos pcquefios, cuando tengan cubier-
de este articulo, porque siendo partidario decidido de tos sus prcsupucstos, asignaran diez pesos mensuales
que el Estado, la Provincia y el i\Lnicipio no paguen A sus Concojales. No es ningfn i.-. ;.. extraordina-
sueldo ni dotacidn de ninguna clase, sin prestarse y rio, y, sin embargo, en algunas localidades, eso es
justificarse los correspondientes servicios, es 16gico ayuda para el Concejal, que tiene que salir de su sitio
que tambi6n sea partidario de que A nadie so obligue de labor, para ren.irse en el pueblo A dos 6 tres le-
a prestar al Estado, A la >Provincia 6 al Municipio, guas de su residencia, que tiene que almoraar en la
eualesquicra servicios continuados, aunque sean por cabccera los dias en quo hay sesi6n en el Ayunta-
un tieinpo definido, sin que sean debidamente re- miento; y esa asignaci6n por lo menos le indemniza
munerados. de esos gastos que el cargo de Concejal Jo ijjni.r..
Este principio ofreece mis garantias de moralidad En cuanto 5, a ciudad de la Habana, nosotros que
en la Administraci6n piblica, porque le permit ser tenemnos cuatrocientos, sabemos que no son gran cosa
menos tolerate con los medios indirectos clue suelen los doscicltos pesos sefialados para el Coneejal, y
emplearse para el cobro de los servicios gratuitos 6 puesto que cl Ayuntamiento los puede pagar, me
mnu compensados. parece just que so acepte esa cifra.
En su desarrollo es en lo que por cl Proyeeto pue- Estos son los rl ..1 I.. por los enales pido al
den cometerse algunos errors, como en la propor- Senado la aprobaciOn de la Ley.
cidn mAxima de las dotaciones que se permiten i.1. SR. PRESIDEiNTE (NIJEZ ) : Se aprueba?
A los Sres. Concejales, pero, respccto del Ayuntamien- (Secales ,'; ..'. ". .).
to de la Habana, no debe estimarse inay exagerada si Aprobado.
sc tione en euenta su riqueza y que los servicios clue
tienen que prestar esos funoionarios s-'n t'n eoista.n (El Oficial, Sr. Muioz, leyendo):
tcs 6 intensos, que entregado," ellos como deben, no
puede qucdarles apenas tiempo para vivir de sus pro- '"Articulo 3'--No podrAn acogerse A los beneficios
fesiones 11 oficios. do esta Ley aquellos Ayuntamientos que eon sus
Y respect de los demais Ayuntamientos, si bien es propios ingresos no cubran sus Presupuestos."
verdad que A no pocos de ellos les serA impossible so-
portar la earga de esos nuevos sueldos, como ya se SR. PRISIDENTE (NirEZ) : .Se aprueba?
les pone la condici6n para poderlos disfrutar sus Con- SR. MAzA Y ARTOLT T: Pido la palabra.
cejales d.e que sus Presupuestos cubran los gastos SR. PRESIDENTm (Ni.' ) : La tiene cl Sr. Maza y
holgadamente con los ingresos, ya parece que con Artola.
eso se dejan cerradas las puertas de cualquier abu;o SR. MA.zA ARTOLA: No es mi prop6sito presenter
que on tal sentido so quisiera cometer. Mas si no fuese ninguna Enmienda A este articulo, porque no lo es-
cso bastante, una ley suplemeutaria podria prevenir- timo neccsario, sino el (de aelarar que debe en-


lo mejor. tenders esta filtima frase como si dijera: "que no
iSr. G6MEZ: Pido la palabra. cubra los gastos de su.Presupuesto", porque la usada
Sn. PRESIDENTE ( *.' ) : La tiene el Sr. G6mez. de "queo cubra su Presupuesto" es algo oscura.
'SR. G6MiE: Parecera extrailo que despu6s de las iSi el Senado estA de aeuerdo con ]a aelaraci6n,
ni....i. -l.i-i. i; .- de nuestro qnerido compafiero el ella en su dia acaso pueda servir do pauta para in-
Sr. Maza y Artola, abundando en 'favor de esta Ley y terpretar en ese sentido la Ley.
proponiendo su aprobaci6n al Senado, me levante A SR. G,(iMz: Esa es la interprctacidn rational.
usar de la palabra en nombre de los Senadores SR. PRESIDENTE (NTREZ): ,Se aprueba el articu-
liberales; pero yo deseo que mis ..-. ... ... sepan lo tercero?
los arguments que expuse A la consideraci6n de los (Sef ales afirmatioas).
miembros de la Comisi6n do Asuntos 3,ii, ;-'l. ,1 Y Aprobado.
Provinciales para pedirles la aprobaci6n de este Pro-
ycto de Ley que viene de la CAmara. (El Oficial, Sr. lMuioz,' 7.) :
Cuando discutimos la Constituei6n, on el seno.del
Comit6 que redaet6 la misma, hice present iA mis "Articulo 4--Esta Ley empezara A surtir sus efec-
.*... ...ii.-"-' de la C..il i;I.. .I'. que en una demo- tos A partir del pr6ximo afio fiscal."
cracia ningfin cargo elective debia dejar de ser re-
tribuido, porque al sufragio universal habia que de-o SR. iPRaSIDENTE (NINEZ) : Se pone A discusi6n.
jarle la absolute libertad de elegir a sus mandata- (Silencio).
rios, y podria darse el case de que aquel que reuniese i Sc aprucba?
la mayoria de los sufragios fuse un hombre pobre, (, ,. i. afirmativas).
necesitado de siu tiempo para library la subsistencia; y Aprobado.
eutouces. 6 se privaba a] sufragio de la libertad de
elecci6n 6 se imponia al ciuaddano elegido una carga (El Oficial, Sr. 1.. c, leyenido):
que no podria soportar co n un puesto no retribuido.
La iConvenci6n Constituyente decidi6 dejar ese ex- "Disposici6n transitoria.-Los gastos que para Co-
trcmo A la Ley, para que en cada caso, y con arreglo misiones de Concejales figure en los actuales Presu-
A las circunstancias del pais, pudieran retribuirse 6 ,, ..1,. podran ser librados A favor do dichos Con-
no los cargos electivos, y al presentarse esta oportn- cojales, i,i....1I los Ayuntamientos la cuantia de di-
nidad, consecuento con mi opinion en aquella feeha, eha retribulein mensual."
hube de luchar en el seno de la Comisi6n, obteniendo
la absolute unanimidad de mis compafieros para quo Sn. PISIDENTE (\ ) :o e pone a discTsi6n.
aeentaran la Ley tal como venia de la C.', i... SH. '.1 Y ARTou: Pido la palabra.
Ya lo ha dicho el Sr. Maza y Artola: las cifras pue- 18. PlESIPENTE ( i ) : L tie cl Sr. I' 1. y
den ser discutibles. A mi juicio parecen racionales. Artola.


I







DIARTO DE SESIONES DEL SENADO 11


Sn. IMAA Y ARTOLA: Creo que bien se sobreentien-
de que ello es por este afo fiscal nada mas y que
para los sucesivos no podran los Concejales cobrar
gastos 6 comisiones de esa clase ni de oin.-II., otra,
sino solamente el sueldo.
)Tambi6n quiero, sin embargo, que conste esta in-
terpretaci6n para que so sepa el sentido que A esta
Disposici6n Transitoria damos al votarla.
SR. G61nEZ: Confornes con esa interpretaci6n.
SR. PIRESIDE NTE (N. ) : Se So1. "-1.. la Disposi-
cidn I ?~-;t.,' ,
(Sediales ,i, I ;ii ).
Aprobada.
Discusi6n de Dictimenes.
,SR. GUEVARA: Pido la palabra.
SE. PRESIDETNTE (N~ EKz) : La tiene el Sr. Guevara.
SR. GUEVARA: El primer asuuto que so somete a
nuestra consideraci6n en la Orden del Dia, es la
discusi6n, como todos sabemos, de la Ley creando la
Sccretaria de Guerra y ,il.,, .
El 'r. Dolz esti bajo la impresi6n de un accident
desgraciado, ocurrido A su Sefiora con motive de un
choque de autom6vil; dos de 1as Enmiendas prinei-
pales a dsa Ley son del propio Sr. Dolz, y creo que
discutir estas Enmiendas y aceptarlas 6 desecharlas
sin su intervenci6n, no me parece bien.
Por tanto, creo que debemos aplazar la discusi6n
de esto asunto hasta que el Sr. Dolz est6 aqui. Ese es
ol ruego que hago a mis (* .-r.... -.
SR -'.ir -.: Apoyo, en primer lugar, la Pro-
posici6n del Sr. Guevara, y en segundo t6rmino pro-
pongo que. por medio de nuestra .*, se haga saber
al Sr. Dolz el pesar que nos ha causado el accident
de que ha sido victim su !Sefiora y que al propio
tiempo hacemos votos por su rApido y feliz rcsta-
blecimiento.
Si, 'l.ii '.i.- (NfPNEz) : iSe acuerdan ambas
cosas ?
(SecSales afirmativas).
Acordad a,.
Orden del Dia. So va al leer el Dictamen de la Co-
misi6n de C6digos, favorable al Proyecto de Ley de-
clarando abolida ]a pena de muerte.

(El Oficial, Sr. lii. 1 :, leyendo) :

AL SENADO:

La Comisi6n de C6digos, en sesi6n celebrada el dia
de la fccha, bajo ]a Presidencia del Sr. Antonio Gon-
Yalo P6roz y actuando de Secretario cl Sr. Vidal Mo-
rales, torn6 el acuerdo por mayoria de votos en cuanto
a la Proposiei6n de Ley presentada por el Sr. Wifredo
Fernrndez declarando abolida la pena de muerte,
de aceptar la Ponencia cmitida por el Sr. Antonio
Gonzalo P6rcz; sin 1.,.,;,, ;., 1. 1.,s enmoiendas que
considered oportunas 1i. "!: II,, ., de la Comisi6n
y con el voto on contra del Sr. Maza y Artola.
Palacio del Senado. Habana, junior 20 de 1917.
Antonio Gonzalo Pdrez, Presidente.-Vidal Morales,
Secretario.

A la Comisi6n de Cddigos.
El Ponente que suseribe, ha estudiado la Proposi-
ci6n de Ley presentada por el Sr. Wifredo Fernan-
dez declarando abolida la pena de muerte, y dice:
Que ese problema tan debatido por fil6sofos y ju-
' ,' pucde decirse que carece de ii,'nt',,i-


cia entire nosotros, en el terreno de la practice y aun
on el campo mismo del derecho, dcspu6s de la decla-
raci6n contenida en el articulo 14 del C6digo Funda-
mental de la RepTiblica y de los precedents enalte-
cedores sentados A este respect, por nuestros Jefes
de Estado.
"No podrd imponerse, on ningfin caso, la pena de
"muerle por delitos de earacter politico, los euales
"seran ,I. i-.;.i. .. por la Ley", dice dicho articulo 14,
y, por consiguiente, nadie puede aplicar ni consentir
que se aplique semejante pena por esa clase de deli-
tos, pues cl hecho de que no se hayan definido to-
davia por una Ley, no cambia su naturaleza, ni pue-
de servir de pretexto para infringir la Constituci6n.
La Ley, despu6s de todo, no haria, no podria hacer
nivis quo enumerarlos, y en modo alguno convertir
los delitos comunes en delitos politicos y 6stos en
auill6os, al s61o efccto de la aplicaci6n de la mencio-
nada pena.
En cuanto A, la pena de muerte por delitos comu-
nes, !. ..I1. afirmarse que ha caido en desuso, por la
no aplicaci6n; y cuando nna Ley 6 principio cual-
(iicora, caen en desuso, es como si no Oxistieran en
la legislaci6n de un pals.
Innecesario me parece aducir otros arguments en
favor -do la abolici6n de csa pena, arguments que
pniedon encontrar, sin embargo, muy brillantemente
exnuestos asi filos6ficos como juridicos 6 hist6ricos,
por el ilustrado autor de esta Proposicidn de oy,
en el preimbulo de ]a misma.
En resumen: aunque tengo la intima convicci6n
de que ninguin Presidente de la Republica permitirA
jam>is que se aplique en Cuba la pena de muerte, lo
rnismo por delitos l..l ii ..-- que por delitos comunes,
pues, todos, on este punto, habrin de sentirse absolu-
ftanente identificados con su pueblo, que rechaza, por
inrToral. nor absurd e innecesaria. esa pena irrepa-
rable, entiendo. no obstante, muy convenient que se
b rre on lo absolute de nuestra legislaci6n.
En ese sentido, propongo A la Comisi6n que reco-
imiendo al Senado la aprobaci6n de la Proposici6n
de Tfi,,, tal como esti rodactada.
Palacio del Senado, Habana, Junio 19 de 1917.
Antonio Gonzalo P6rez.
PROYECTO DE LEY:
Articulo 1?-Queda abolida la pena de muerte.
Artioulo 29-En todos los casos en que las Leycs
do ]a Reptiblica establezcan la pena de muerte, se
entendera snstituid'a por la inmediata inferior.
Articulo 3-Esta Ley empezara A regir desde su
publicacion on la Gaceta Oficial de la Repfiblica.
P alacio del Senado, Habana, 23 de Mayo de 1917.
Wifredo Ferndndez.
SR. I'RESIDENTE (Ni':'.i.) : Se pone t discusi6n la
totalidad.
SR, MAZA Y ARTOLA: Pido la palabra en contra.
SR. PRESIDENTE (Ni EZ) : La tiene el Sr. Maza y
Artola.
SR. MAZA Y AnTOrA.: Bien me doy enenta, Sres. Se-'
nadores, de one mi posicion es tan dificil como poco
airosa, poni6ndome A combatir, en los presents mo-
mentos, este Proyeeto de Ley, que disfruta de tantas
simpatias, por recomendar la supresi6n de un castigo,
que siempre, por lo extremado, nos ha sido odioso,
pero, sin duda, nunca tanto como ahora, en que el
coraz6. de casi todos los cubanos est, atribulado por








DIARIO DE SESIONES DEJ. SENADO


(l temor de que ;se aplique A algunos de los que por
conseeuencia de la reciente alteraci6n del orden se
encuentran sometidos a los process, cuyos juicios
han empezado a cclebrarse. Acaso parezea, pues, con
gran quebranto de mi irnpugnaei6n, que soy tan
cruel, que con ella quiero favorecer esa condena, 6
que mi corazxn es tan duro 6 tan frio, que no sientl
la piedad, la clemencia, la conmiseraci6n generals
que esos reos inspiran, si6ndome su suerte, por ]o
m.enos, completam.ente indiferente, cuando nada es-
taria mnas lejos de la verdad.
lHe aqui una de las razones que tuve para opo-
nerme A que la discusi6n de este I'.,',.t. I L de Ley se
olevara a cabo en ]a present oportunidad. Es y ha
sido siempre la ccuesti6n que con 61 se plantea muy
doctrinal y de extraordinaria trascendencia social,
cuya apreciaci6n exige la mayor serenidad de espi-
ritu, para venir a ser resuelta con vista y bajo la in-
fluencia de easos extraordinarios procedentes de si-
tuaciones andmalas y do gran excitacion de las pa-
siones, por lo que mAs van A ser tenidas (n cuenta
sus circunstancias peculiares y los deseos de los inte-
resados en ollos, que la voz de la raz6n, los progre-
sos -.-; Iii '...-, los consejos de la experiencia y las
conveniencias ,6 inconveniencias que para la comu-
nidad, en lo future, haya de traer la media.
Porqne, e6imo desarraigar de los Animos esas im-
presiones y sentimientos, (que los preocupan y embar-
gan en la aetualidad, para elevarlos A la -I tran-
quila del razonamiento, done sustrnaidos 6 la su-
gosti6n del m.omento, que despu6s de todo es acciden-
tal y pasajera, puedan n encontrar la soluci6n mias
acertada de este problema? No so me oculta lo lmagio
de tal empresa.
Sin embargo, aunque a, muchos parezea presuntno-
so, yo ereo en mi haberlo logrado. Y como 1no es esa
ninguna maravilla, por qu6 no han do lograrlo ta.m-
bi6n los dem( s Sres. Senadores?
No quiere esto decir que por elevarnos demiasiado
a la region de los principios nos alejemos tanto de la
realidad, que vayamos i. perder de vista nuestros an-
tccedentes 6tnicos 6 hist6ricos, el estado actual de
nuestro progress, nuestras instituciones y cuantas
otras circunstancias, en relaciOn con las doctrilas
juridicas sobre la material, puedaln .I do le haeerse
la 1. '. o, el porvenir de Cuba, to inismo pr6xiimo
que remote. D) ninguna manera, todo eso tiene ique
ser tenido en euenta. Es s6lo d'el irnpeio do los sen-
timieintos de to que debemos sustraernos.
Y no poca part podra ,ill.ii en ello la considera-
ci6n, que ya otra vez hice, y (que tendrl (que preva-
locer, de que ninguno do los reos (que se estAn juz-
gando, a que me he :I-.I.i., ,I puede ser condenado A
muerte, porque el articulo 14 de miestra Constitu-
ci6n terminantemente prohibe qae se imponga esa
pena extrema en ningfin caso-estas son las palabras
que usa--por delitos de caraeter politico, y es necesa-
rio estar muy ,.tr.l..,,i, muy ciego, por la pasi6n,
para no ver que los que hubieren cometido, unicamcn-
'to pueden ser de ese orden, por su origen, m6vil 6
estmnulante, por la finalidad que con ellos so perse-
guia, y hasta por su naturaleza. Si somejante preccp-
to constitutional ninguna fuerza liberatoria de esa
pena ha de tener a favor de tales reos para el Ejecu-
tivo, no s6 por qu6 hemos de fundar en este Proyecto
la menor esperanza, de que con 61 se la diera..
Libre, pues, de toda preocupaci6n, pero principnl-
mente de esa, y ...lii..l.. en q'ue ninguna relaci6n


con dichos reos se han de encontrar en mis palabras,
en mis ideas, ni en. mi actitud, voy a impugnar In
Proposici6n de Ley do mi qu'erido amigo el Sr. Wi-
fredo Fernandez.
Sean mis primeras frases de i. i;...I .. ;. para tan
conspieuo compafiero. I Quion osarA dudar que revela
un espiritu gleneroso, al par que culto y amante del
progroso, su aspiraci'6n A desterrar de nuestro pais
uDim institucitil tan repugnante como incompatible
cou los adelantos y tendencies actuales de la ciencia
juridic'a,, y, particulariirente, con e derecho penal mo-
derno"' Or6amen ci ilus tre periodista: yo tambi6n anhe-
to la aboliciOn, entree nosotros, de la pena de muertc.
Sustaneialmente, pues, apenas si ,i'i. ,',,.... en ese
punto. Pero el Sr. Ferniandez la quiere en seguida,
inmediatamentte, mientras que yo para cuando nues-
tro pais esct A ella pI i .. 1 de tal suerte que no ten-
ganos I. pronto que dejarla sin efoeto, alarmados
coan su fracaso, arrepentidos de nuestra precipitaci6n.
En este concept me p.arece que soy m'ns abolicionista
(jqe mi (qerido compafiero, porquoe desco la abolici6n
de la peona de muerte para Cuba, corno una media
i.. in,:;- i, tan inconmovible 6 inalterable, quite, en lo
sncesivo venga a ser una de las bases fundamentals,
6, mejor dicho, uno de los ill ,,I n'es infranqueables
del derecho do castigar en nuestra Logislaci6n penal;
(n tanto que oal i;r. i'. ., 1..- con tal de que la abo-
licion fuera inmediata, parece (iue no le importaria
dejarla expuesta a, los poligros do su derogacion, por
su falti do adaptacion a nuestro medio y la carencia
do institutions y cstablieeimientos, neceesari.amente
compleilllntarios de tal ... ..! .
lRecnerdo (jq otro (qurido compaiero nuestro, eI
Sr. Vidal Morales, c'uando por primer vez se trat6
aquli de este 1... I nos decia en ;aioyo de su in-
mlediata discusiin, lque o problema por 61 planteado
estaba ya resuelto en todas parties, que no habia done
no se hubiere detbatido hasta la saciedad y que, por
consiguientl, nada quedaba por debatir respect de 61.
SC66mo no voy A e'titar I.. f., ,i.- con que se ha disca-
tido e0 extremio, y acaso hasta con que no haya mis
arguments (que expouer, rni0 en pro ni en contra de
los qu e so haii aducido, por eneontrarse ]a mate'ia
1.....1 ......I agotada? Pero no lo cstoy, ni puedo
estarlo, con (liqe oen todos los passes la cuesti6n este
.i. i11, 6 ilgallmelnte resuelta. Cada uno tione su
historic, su idiosinerasia, sus eircunstancias especi:l.-
lisinmas, (ue !e .- .,. al problema un aspect peculliar,
distinto al (que reviste on los demAts, un aspect siem-
pre niuvo y original. En tal respect la material no
puede decirse (qite est6 agotada para nosotros, porque
los argullentos que eO otros paises han sido expues-
tos coin 6xito a favor de la abolici6n, pudieran no
ser Ji,.1, .1. al nuestro, y vice-versa. He aqui pues,
un campo de cenntroversia, on que podemos entrar, se-
gu-os do que algo nuevo 1ha de ..1' '. .
Yo Iet repasado l e stos dias las opinions sobre
la pena de 1muorto do los mls eminentes fil6sofos, ju-
risconsultos y estadistas, desde los tiempos mAs anti-
gnos, y siendo el primero en reconocer que dificilmen-
tc se poldra ..;,. il una palabra, ni nna tilde mas A
cuanto han dicho, no voy a pretender ser yo quien
pronuneie la a una 6 ponga la otra. De ninguna manera,
Pero si podria algunos de es o eso arguments, los 1mis
culminantes, analizairlos A trav6s do nuestra historic,
do numestras .I ..r. espeeiales, del ambient (que
nos rodea, de nuestra mejor 6 peor preparaci6n para
rccibir la :. i' '....-, y estoy -. -.... de qiue tomarian


I_____







DIARIO DE SESIONES DEL SENADO 13


nn color, una forma y hasta un tamaiio, completa-
mente distintos al color, form.a y I .... .'-., quo Jo
dieron 6 le quisieron dar los que lo usaron.
El problema de la abolici6n de la ipena do muerte
esta en intima conexiod con este otro, aunque do
mayor trascendencia, do campo imucho mas extenso,
de mnis amplios horizontes: el iundamenlto del dere-
cho de castigar. Segdin sea ese fundamento, asi habri'
6 no el dereeho la aplicar la pena de muerte, en no
poca parte. Y vice-versa: 'de que se considered que
to hay 6 no, depende que prevalezea (sta, 6 la otra
teoria de scmejiante fundament o.
Asi, las soluciones que i a mbos problems se les
d( vendran A ser los principals cimientos, las piedras
angulares, las bases esenciales, podrialmos decir, del
derecho criminal en las nacionos respectivas.
Nuestro may culto y talentoso catelrtil.tico de esa
asignatura en la Universidad de la HIabana, I)r. Jos6
Gonzileoz Lanuza, cuya vida, en estos molmentos, por
desgracia para Cuba, esta en grave peligro, por lo
(cue aproveeho esta cportunidad, en (que ten'go que
nombrarlo, para haeor los nAs I'ervientes votos, fa-
vor del restablecimiento minodia.to y complete de su
salud, ha heeho notar varias veecs en Lu citedra nna
originalidad, a que ha diado lugar la apreeiaei6n sobre
la pena de nmuerte, entire las dos mis antiguas lum-
breras de la IF.. I..t i que, a pesar de la epoca en que
11.....- .., toldavia nos estan iluminando con su foco
de luz potentisimo: Plat6n y Ariststeles.
Apenas (qued6 verdad quie se escapara A la mara-
villosa intuicien do sus talents respectivos. No ya
solaininte otros 1.I .I i altiguos que los siguieron,
sino muchos, casi todos los ;,I i. modernos, han
tenido que apoyarse on ellos, partir do las doctrinas
que sentaron en sus elucnbraciones para flegar al
descubrimiento de otras verdades y hasta para de-
mostrar el valor do sus ;tesis 6 hiipotesis muas fund.a-
mentales. Y cuando la filosofia se ha alejado mluclo
de esas doctrinas, presto ha tenido que reconocer
su error y volver a abrazarlas.
*Coimo todos saboemos, Platon, el author de la e6lebre
"Repfiblica", fu6 sieinpre un idealista y, por el con-
trario, AristOteles, un pos;itivista. 'Pues on estas cues-
tiones del derlecho de castigar y de la pena de muerte,
sucedi6 que trocaron sius papeles. 'FT I.. es el pre-
cursor de la Esecla oitivista, ientras Arist6te-
Ies, en cierto modo, de la (cue ha dado en 1la.marse
* I' ...... Para Plat6ie ol edelineuente era un enfermo
y la pena el remedio de su mal, enand(o no era muy
grave, que entonces 1o tenia por ineurable y creia que
el criminal debia suprimirse. lie aqui cdmo justifi-
caba la pena de muerte.
De tuy otra manera pensaba Arist6teles, para
quien el delincuento era un malvado, que escogiai
el mal disponiendo de su libre albedrio, por lo que
la pena no ,debia procurar enmendarlo, sino ate-
rrarlo, atemorizarlo, vinienldo asi a ser intimidativa,
poro como algunos hombres cran a su juicio inin-
timidables, indiferentes al terror y a] temor, A
esos la necesidad de conservar libre de peligros la co-
lectividad de (que formaban part exigia eliminarlos.
He aqui la j,. ;r.. .;. de la pena de muerte, de este
otro fil6sofo.
Tales opinions han venidlo a ser, pudiramos decir,
las dos columns del pdrtico que da aeceso 8 esa gran
mansion del l)erecho Penal, en done habia de cs-
tarse diseutiendo ya in secula seculorum el funda-
mcnto del derecho de eastigar.


No voy A seguir, paso A paso, todas las fases y evo-
luciones de esas ideas, ni aun de las principles, pero
e6mcno, tratando de la pena de muerte, puedo dejar,
siquiera, de moncionar alginos de aquellos grande
penalistas, que mias han contribuido a esclarecr,
con las lues de sus talents, la material, sin incurrir
en grave descortesia?
El derecho a imponer esa pena pareciO hasta prin-
cipios del siglo diez y oeho irrefutable, incontroverti-
ble. Cuando on la transgresion de las leyes divinas y
humanas los hombres llegaban 6 los fl1timos extreonos,
se hacian tan pcligrosos en la sociedad t que perte-
neelan, que en .i. i.... dle esia, en expiaei6n do sus
ciupas y para ejenmplaridad do los demas, era necesa-
rio, indispensable, suprimirlos, eliminarlos. No bubo
-ii. ...' ., pensador 6 estadista, que contra eso se pro-
nunciara. Por tan axiomatico 6 inconmovible e tenia
el principio.
Fu6 Boeccaria cl primer que se levant en 1764
a progonar la injusticina de ]a pena de muerte y lo
hizo oeultando al principio su nombre. Su protest
se fnndaba, mais que en nada, en la doetrina del pacto
social, entonees muy on boga.
)espues otros muchos fil6sofos y jurisconsultos se
atrevieroin a sostcner esa protest, siendo various ,los
ar;ginmentos en (que la han apoyatdo. Casi todos, sin
embargo, pue.den reducirse a este: que no tiene la so-
ciedad el dlerelho de climinar por medio de la muer-
te a un1 hombre de su seno, por omuy malvado, por
mIy empedernido en e1 crime que demuestre estar,
tanto porque su poder sobre sus miembros no alcan-
za. 1a ese extremo, como porque, disponiendo de otros
medios para preservarse de sus peligros, y siendo todo
hombre regenerable, no necesita de esa oliminaci6n
para su defense.
Pero, Sres. Senadores, todas esas hermosas teorias,
durante nmucho ticmpo, s6lo tuvieron 6xito en la es-
fera especulativa, pues, al llevarse A la prletica, en-
contraron, las mas de las veces, tremendous fracasos
6 irrisorias contradicciones. i Qui6n no recuerda que
una de las primeras medidas adoptadas por los revo-
Inhionarios franceses fu6 abolir la pena die muerte?
gY quien no se ha reido al leer las elocuentes razo-
nes con(qe M\, iI y Robespierre ....1 11..n. la aboli-
ei6n y los poeos eserfipulos con que autorizaban y
hasta cometian toda clase de asesinatos?
Coin esa desantorizaci6n de los mismos abolicio-
nistas mas entusiastas, la I..-f. ..,i ., decade su principio
estaba desacreditada. Todavia, sin embargo, lo qued6
much mas. Mluy pronto tnvo, pues, que restablecerse
la pena de muerte. Volvi6, no obstante, i suprimirse en
1 .', pero para volverse tambien en seguida A resta-
bleeor. Y todavia, en 3848 de nuevo se manda abolir.
No, por cierto, con mejor fortune que las veces ante-
riores, ya que hubo a poeo que volver A restablecerla
y esta vez, acaso, para no abolirse mas, porquet en va-
no, han luchado, y siguen luchando ain, eminentiisi-
mos abolicionistas a favor de una Ley, en que, dando-
se todas las garantias necesarias de defense a la socie-
dad, se realicen, sin embargo, sus ideeales. Francia,
esta escarmentada. Tiene una muy triste experiencia
de la abolici6n de la pena de muerte y ni quiere que
se l hlable mas de ella.
No hace nmucho, creo que el afio 1910', el ilustre
diputado D)ejeante, con las 1i.... de sesenta de sus
nmas counotados .....1'.i'.... ]a solicit de la Cfimara
baja de aquella Naci6n. El Proyeeto estaba redactado
en trminos muy pareecidos al del Sr. Fernmndez.
Con anAloga concision. No constaba, como 61, mis


~~I~







1.4 DIARIO DE SESIONES D'EL SENADO

que de tres breves articulos. Vanos fueron los es- :;lp" ing ,I.. un criminal que por la clase de cri-
fuerzos que para veneer el desd6n de ]a Cmirara, men 6 crdimenes que hubiere cometido y sus ante-
hicieron sus firmantes. Se mostr6 inexorable. Ha man- cedentes y circunstancias personales haya demostra-
tcnido la pena de muorte y no ha querido correr mis do su degeneraci6n y la imposibilidad de corregir
aventuras abolicionistas. 6 :i. -~!i.-.i. su naturaleza perverse, bqu6 logra la
De los E,l.,.'1,, Unidos de Norte Am6rica no ha sociedad con mantener su vida en perpetuo aisla-
habido mais que cuatro que se hayan dccidido a miento? Valen la pena los sacrificios que para
abolirla, y no son, por cierto, de los mis importantes: ello tiene que hacker? No obraria mejor haciendo
Kansas, Michigan, Rhode island y Vvisconsin. Todos con 61 lo que cualquiera de nosotros tiene el derecho
los demas la sostienen todavia, sin trazas de querer- de realizar contra quien tratara de arrebatarle violen-
la suprimir. Inglaterra tambi6n la sostiene. Lo mis- tamente la vida, sin haberlo previamente provocado,
mo Alemania y Espafia. Son, pues, muy contados, y tanto mas cuanto que en ese caso los agredidos, los
no de gran poblaci6n, los passes en done se ha abolido. amenazados, son muchos? "Acaso no es mas respeta-
IEstAn por eso mejor quo los otros? Ahi estin las ble la vida de los ims que la de los monos, la inte-
estadisticas que podran decirlo. Entre ellos merece ei- gridad de una sociedad, que la d(e un individuo?
tarse Italia. Fero, I en quo condiciones ha abolido la Este razonamiento podr1 no tener much fuerza
pena de muerte? D6bese al ilustre Zanardelli su inclu- para ji, .ir la pena de muerte como castigo del reo
si6n en el respective C6digo. L6anlo los Sres. Senadores Y comlo ejemplaridad del mismo para los demrns, pero,
y verin que no se limit a suprimirla. Le estableci6 un indudablemente, que si la tiene en favor del derecho
sustitutivo que, segfn pareoer de algunos, esta dando de disponer la sociedad de la vida de algunos de sus
grades resultados: el ergastolo, que es una reelu- miembros, en los casos y en las condiciones expresados.
si6a especial perpetua en editicio acteouado y bajo un El ilustre barn .: i..i I.., uno de los mis ,! ..
bien meditado plan que se desenvuelve en estos dos dos leaders de la escuela positivista, justificaba la
periods: el de segregaci6n cellular continue 6 aisla- pena de muerte por medio de la teoria de la reaoci6n
miento complete, privaci6n de toda sociedad do los eliminativa, que es en el fondo esa misma de la de-
condenados, y el de la segregaecin cellular, s61o noc- fensa social. Y con objeto de argumentarse A si propio,
turn, 6 sea, con comunicaci6n diurna, pudi6ndose asi previamente se decia: el deliLo rovela la existencia de
conseguir su regeneracion al cabo de algunos arios. un hombre inadaptable a la vida social; pues lo que
He ali una evoluci6n rational. Son las ufnicas condi- dobe hacerse con 6! es privarlc de la sociedad, para
clones en que la abolici6n de la pena de muerte result 1o cual basta su aislamionto; con la pena de muerte,
'viable y on las que yo la aceptaria para nuestro pais. de consiguiente, nos excedemos en la reacci6n.
A esa reform, pues, es A la que yo aspiro, pero con I C6mo Oar6falo se rebatia este argument? Se
otra condici6n, porque aun en Italia hay muchas comprendera que victoriosamente. De otra manera no
ilustres personas a quienes no satisface el sustitu- se 1o hubiera hecho.
tivo, y se quejan de que, por lo impremeditado 6 im- Para aceptar esta ..l.i. .I;,'n, contestabase, fuera ne-
1..-.. i. '' del nuevo sistema, no llega A ser bastante efi- cesario, comio Rousseau, ser partidario del pacto so-
caz: es nccesario que en el curso idel progress se haya cial y crecr que cl hombre podria vivir 'fuera de la
llegado a una etapa, en que sea mayor el respeto A la sociedad, cs decir, que si vive en ella es a virtud de
vida humana de lo que suele serlo hasta ahora, aun un convenio con los demas I...l i -, por lo que el
centre los hombres de los pueblos mas adelantados. :;, que faltara a sus condiciones sustanciales, la
Sin eso, sin que el sistema carcelario a que se some- sociedad podria arrojarlo de su seno, y entonces po-
ta al condenado deje de ser tan severe que vaya A dria volver A su estado primitive, A ser el errant
perturbar su raz6n, 6 tan suave que haga la -llti- ;. v los bosques de antes.
ma pena menor castigo que otras, y sin que sea tan Pero, agregaba Garofalo, como ya el pacto social
ouidadosamentc atendido que le de real y eieotiva- 3sta inuy desacreditado y hoy no es possible admitir
mente al reo los medios para regenerarse, la abolici6n ningun otro estado natural human fuera ael de
do la pena de muerte tiene que constituir mayor per- sociedad, hay que venir a la conclusion de que la
turbaci6n y mayor injusticia que las que trata de re- finica manera de sacar A un hombre completamente
parar, haciendo retroceder a la sociedad en que se de ella es quitandole la vida, porque en donde quicra
dicte, nmucho mas de cuanto se quisiera con semejan- que se le pusiera, privado de todo auxilio human,
te media que avanzara. acabaria por perderla. Transportado A la Siberia, a
Para mi, el mas fuerte argument en favor del de- los hiclos del Polo, A las arenas del iSahara, 6 6 una
recho A imponer la pena de muerte, es el siguiente: playa desierta, si se le dejaba alli solo-palabras de
nadie duda que es legitimo que el hombre en defense ( '.f I. .a ,t, solo, presto perecork 6 casi
de su vida, cuando otro atenta sin raz6n contra ella, seguro quo pereeeria. Cualquiera no, es Robins6n.
puede hasta matarlo, si para rcpeler la agresi6n no Pues si de todas maneras lo condenamos A muerte
tiene a su aleance otro medio rational en aquel mo- sacAndolo do la sociedad, gno es mejor, nas huma-
mento. No hay un solo pueblo en el mundo que no re- no, evitarle todo,s los sufrimientos inherentes 6 esa
conozea y saneione ese derecho, ouyas leyes no establez- odisea, 6 a ese calvario, y do una vez privarle de la
can a defense en tales condiciones, como circuns- vida?
tancia eximente de responsabilidad criminal. iAh! A stos razonamientos de iGar6.alo opuso el ilustre
Pues si un hombre contra otro tiene ese derecho Carnevale la i. :i.',,1 de que siendo innumerables los
de defense y en su ejercicio, para salvar su pro- modos de vida social, la inadaptabilidad es siempre
pia vida, puede llegar A disponer de la de su agre- relative, por lo que un hombre que demostrara no ser
sor, Ic6mo para salvar las de sus miembros no lo !daptable A una forma de sociedad podria serlo a
ha de tener tambi6n la sociedad organizada juridi- otra, y A ella ser trasportado, resultando, de consi-
camente, cuando no encuentre otro medio menos ra- guiente, por eso, iu-ii. -6 innecesario privarlo de la
dical y tan eficaz vida.








DIARIO DE SESIONES DEL SENADO fI


Esta teoria ha sido tambidn nmy discutida; pero,
tenga razon Uaroialo 6 tengala Carnevale, es lo cierto
que en el cterecno que ctine la sociecad a cdetenio rse
td touo h1omore inadapiable a ella, se ha cneontrado
el tundamento principal oe la pena de muerte. Es,
pucs, un corolario de esta doctrine que on los casos
eo mayor jI]...i.l.i.,i .is..... lo podriam os presein-
dir do esa pena cuanao nubicramos encontrado un
regimen, un sistema penal a virtud del cual, al pro-
pio tiempo que la mncoluuieacion del reo con la so-
ciedad iuera complete, mlientras durase, haya posibi-
lidad de devolvirselo algun dia, total 6 parciahnente,
regeuierado. I ara ello seria necesarlo que .la leencia,
apoyala en la experience, liubiese liegado a la con-
clusion, como parece haber legacto, segun Jo asegu-
ran eminences penalistas, do que un criminal, per
m'uy empedernio cque estuLvere en el crimouii, por
nuy degenerado que sea, sometido a un tratcaiiment
carcelario, a uea olt ue algunos 6 de t111.;l.los afuos,
puecia modificarse liasta el punto de qucdar aldpLJ i
a la sociedad de que fiu necesario aislarle, y de con-
veroltsc en un ser unl a ecla, o por lo mniois loiul1n-

i'tenemos entire nosotros, 6 podemos en seguida
montar, un sistema careeiario en esas condiciones'?
iHe aqui una pregunta que frente a este problema
no pouiemoo ctujar ace iatC.eilnos, porquc no creo que
debamos arredrarnos t plantear la reform que se
pleltede, sino solo uespuc i ue labDer podido contes-
turllus satisiactoriauinenie algunos de sus extrelmos.
) si en utno ue los pueblo) s nlas adelantados en la
(iencia i.'unal, ai.JL aquei o Lcuyo seo sai t 1os masli
eminentes maestros tratadistas de esa importanti-
sima rama del aerecho, entendiendo que solo podria
suprinirse la pena de muerte, sustituy6ndola por
una reelusion que reunucra aqLelios requisitos, se
ha decidido, despu6s de inuclo meditarlo, a dar ese
paso, esLablemiendo un sistema penitenciario, que ha-
ya de ser escrupulosamente seguido, con los perio-
dos do r.gor, que, en este caso, vienen A ser: ei de
reclusi6n absolute, primoro; el del trabajo en co-
miun de dia con el aislamiento nocturno, despu6s;
el de uiia relative libertad ..,.i.. Ia vignancia to Ja
autoridad por el resto de su vida, fltimamente; y to-
davia so dispute alli con mnlici.o calor la elicaeta
de la sustituci6n, pensfindose muy seriamente en vol-
ver al viejo sistema, c61mo nosotros, que no conta-
Inos con esos adelantos, ni con talcs eminencias juri-
dicas, y q(ue tenemos un sistema earcelario tan rudi-
mentario y deiciente, que no ya para el cumplimien-
to de las condenas graves, sino aun para a guard Y
custodia de los detenidos provisionalmente, deja mu-
cho que desear, vamos a pretender con 6xito abolir la
pena do muerte?
AdeomAs, Sres. Senadores, no debemos perder de
vista que, como ya he dicho otras veces, nuestra
sociedad so e:ncuentra en franea disoluci6n. No dudo
que ello sea transitorio y que una reacci6n saludable
no se haga much esperar; pero, qui6n osara negar
que ha alcanzado un grade inconeebible ?
Aqui, donde se ha perdido el respeto A todo lo sa-
grado, grande, noble, elevado y just, A cuanto puede
contribuir de alguna manera a estrechar mas nuestros
lazos, y por consiguiente, la obediencia y hasta la con-
sideraci6n a las leyes mas elementales; aqui, done se
ha llegado, en material penal, A la anarquia mas abso-
luta, ya (que las condenas de los T:ribunales de Justicia
son menospreciadas y el derecho de gracia se concede
A manos hlenas, A tontas y A locas, sin plan fijo, pues


mientras permanecen en las careeles y en el presidio
ieos pasionalcs 6 de ocasiou, se ponen constantemente
1n libertad hombres que han demostrado por la clase
y forma de delito que han cometido, que tienen una
predisposicio1 mauy sefialada, at crime, que son de-
ihneuentes natos, y que, por ended, constituyen un se-
rio peligro para esta sociedad; aqui, donde hemos
v.isto, por algunas veees consecutivas, en visperas de
elecclones, abrirse casi de par en par las puertas
de las carceles y del presidio para que muchos de
los que e0u esos estableennientos Ceulplian gravisnias
condenas, prestaran sus servicios a determinados par-
lidos politicos 6 a.l (obierno en los comicios; aqui
donde esos mismos estableeimientos no estin someti-
dos A un sistema de several discipline y estreeha regla-
iaentaci6n sino, antes al contrario, en no pocos do
ellos reina el desconcierto, y la desmoralizaci6n; aqui,
Uonde hay una desconfianza extraordinaria de la
justicia penal, no tanto porque se tema al error 6
a la injusticia de los ii.:. II ...' -, que si bien surren
I.gunas vees las I.IIil ...-. -. de determinados perso-
najes, y otras so doblegan A la didiva, las mAs suelen
obrar con independencia y procuran ajustarse A la
Cey, sino porque el. 1, .... vo hace do esos falls lo. que
,e vicne en ganas, cuando no se arroga el derecho de
xxcinguir las accioncs criminals, ([iue ninguna ley ni
.1rticulo de la Ctonstituoion concede, detemendo con
in simple Deereto el eurso de los unis escandalosos
process; aqcui done today esa lenidad que hay para el
'eo que es condenado por los i ,.1 i1 so trueca on
severidad y en dareza excesivas para aquellos simple
.iospeeosos de insignificantes delitos, 6 de desafec-
ai6n a las Autoridades, hasta el punto de que se les
1somete por rnandatos superiors A clandestinos y su-
inarios process y se acaba por matarlos, como conse-
0ueneia de ellos on nuestros campos, y ann en las nmis-
,nas poblaciones; aqui, donde hay siempre piedad y
Alemencia para el reo condenado A muerte 6 A presi-
.iio, per 1nuy enorme que haya sido su crime, pero no
;a hay para sus infelices victims, sino en los primeros
noimentos, ni para esos' quienes con el pretexto de
haberseles sorprendido en algin hurto se les hace desa-
parecer para tranquilidad de los vecinos, sin pararse
tas mientes en lo que peligra con semejante sistema la
vida de todos y lo (iqe padece 6 se quebranta el presti-
gio de la Administraci6n de justicia, que suele no darse
por enterada del suceso y si, como ha sucedido algunas
veces, intervene para esclarecerlo y castigarlo, vese
detenida por la extinci6n inmediata de la acci6n pe-
nal en favor de aquellas autoridades 6 sus agents
A quienes ha osado perseguir, 6 .desautorizada en su
condena con el. indulto, apenas dictada, sin que ni
.iq'uiera cuiniplaln los condenados, aulnque sea como
simple formalidad, el requisite previo, indispensable
para conseguir legalmente esa gracia, de haber ya in-
gresado en los establecimientos carcelarios correspon-
t ientes; done tan lamentable orden de cosas existed,
,1no se daria una muestra mis de disoluci6n, 6 de que
no estamos en nuestro cabal juicio, decretAndose, defi-
nitivamente, la abolici6n de la pena de muerte?
II i;. 1 quien dice que no se haria mais que llevar a
-uestras leyes lo que desde ha tiempo se estA hacien-
do en la prictica i No es de todo punto verdad, Sres.
,enadores! Jamias han menudeado tanto las ejecucio-
ens entre nosotros. So61o que se han suprimido los pro-
cesos legales. Con otra circunstancia agravante: que
1o estA garantizado el reo contra el suplicio de una
mnerte cruel. En eso hemos retrocedido A los siglos
do mayor barbaric. Pirecisamente el verdadero pro-







16 DIARIO DE SESIUNES DEL SENADO

greso quoe ha babido on la material, se oneuentra en AiAmrica, la costumbre de los linchamientos, se des-
la forma de la ejecuei6n. Antes so sometian pierta la tendencia a, usar de ellos, siempre que una
los reos, al ser oejecutados, A tremendous suplicios. persona compete un sensational crime y hay descon-
uQifi1n no cono.oe aquellos terrible, indescrip- : ... i en los Tribunales de Justicia, 6 el temor de que
tibles, a quo fn6 sonmetido Damiens, s61o por una no to condenen a la ulltima pena, unica con que, en
ligerisima cuchillada que con una ......i I le di6 al tales casos, la vindicta pfiblica se satisface. Son irre-
Rey Luis XV, do Francia? ('. -, no hubo clase de sistibles esos movimientos del pueblo, y no hay Auto-
tormento que con il I no so usara: el de los borceguies, ridiad capaz de impedir que en. densas masas vaya a
el de las tenazas candentes, el de los potros. Si no se la eareel, 6 al establecimiento, donde se tenga al reo
emplearon m's, fu6 porque el infeliz en medio de cllos detenido provisionalmente, lo saque y ]o sacrifique,
sucumbi6. El I .i.... de la Inquisicion en Espaila a veees, entire horribles torturas, en la plaza pfblica.
usaba el quemadero. Pues bien, p)oco zi poeo han ido E1sa clase de justicia todos sabemos que, a.in en los
disminuye ndose los -i, 1 ...I. 1i... del reo hasta llegarse Estados U1nidos, done est& casi organizada, y una
A darle la muerte instant.inea, por electrocucin, en larga experiencia, A algunos parece abonar su acierto,
la silla electrica, sistcma hoy el miis generalizado en es dada A i..... 1,i. y muy lamentables equivocacio-
los Estados Unidos de Norte America, donde, si bien, tnes. Se conocen, no poeos casos, en que despu6s del lin-
algunas veces, por deficiencies de los aparatos y des- chamniento se ha averiguado que el reo era completa-
euidos en la colocaci6n del reo, su inuerte se ha de- men(te inocente, que si habian existido motives para
morado, debiendo haber experimentado terrible do- que reeayeran sospeehas sobre 61, en los prilmeros mo-
lores, ya se toinan todas las precauciones necesarias mentos, fueron s6lo parents, debi6ndose 'a circuns-
para que semejantes percances no ocurran, y en efee- taneias puramente casuals, que la multitude ciega no
to, no hay alli ya actualmente ejecucein en que haya se detuvo A analizar, y ofuscada, 'vida por il- i.-r
que lamentarlo. l)e la vida a la muerte se hace pasar su vind.ieta, y temerosa de que el reo le fuese arrebata-
al condenado con la rapidez y la sorpresa del rayo. do por las Autoridades, habia apresurado la ejecuci6n
So ha sustituido cel verdugo por un, invisible mecni- de sli justicia sumaria, siendo los primeros en con-
co, que opera a distancia, sin que el pi blico 6 el pue- vencerse del error los mnismos que lo habian conictido.
blo sepa qui6n es. Y suprimnido el aparato y eseenas Ie aqui otra forma de aplicar la pena de muerte
de la capilla. ITasta la publicidad, ya que la ejecu- (ite en vez de abolir provocariamos: la de los lincha-
cin se lleva a cabo dcntro del mismo establecimiento imientos.
penal done so tiene al reo, iA presencia uinicamente I on todos sus errors, sin -inI1.,'... es preferable
de dos 6 tres testigos que design el pueblo para esta justicia popular a ]a otra clandestine y fria,
que den fe dlc hec0ho. Pues en vez de inspirarnos en porque la hace el mismo pueblo, 6 una buena par-
esas corrientos humanitarias, nuestras ejecuciones de te de 61, regularmente poseido de una indignaci6n
estos filtimos tioiepos, aquellas a que me he referido, que en el fondo tiene algo de noble, y s60o en casos
so l1evan A cabo en medio de los rnis atroces su- extraordinarios; mientras esa obedece, casi siempre,
plicios nada nmas que para haeer confesar A los acu- t in6viles bastardos y se utiliza para los casos mas
sados qui6nes scan sus cinmplices on los supuestos vulgares.
crimenes que se les atribuyen, siendo en algunos casos \1.lI ,i veces los que se quitan del medio son
esos tormentos s6lo comparable A ciertas ordalias de simples rateros. Por cierto que algunas con el bene-
los tiempos medioevales. Uno ide esos cases es mtny plAcito do casi todos los vecinos, no pocos de los
reciente y demasiado espeluznante para que lo haya- cuales les he oido decir, a raiz de alg6n suceso de esa
mos olvidado. clase, respect del qne se me ha ocurrido hacer, en el
Como todas estas ejecuciones y tormentos, aunque lugar done pasara, investigaciones sobre su certeza
obras de ciertas Autoridades 6 Agentes de Autoridad, y moti'vos, con una inconsciencia del peligro para ellos
no se hacen per orden ide nuestros II endi i.,i', ni en mismos por el sistoma entrafiado, que me ha hecho
cumplimienlo de ninguna Ley, sino contra ella, al su- sentir gran amargura, inmensa tristeza on mi alma
primirse la pecna de muerte por el Congreso no que- de cubano: -'iSi se dedicaba i robar cerdos y galli-
darian suprimidos. Y si no los suprimimos, b.qu6 efi- nas y tenia intranil i.lo el vecindario; han hecho bien
cacia a a tener la abolicini? Por el contrario, sn oen quitarlo del medio!"
r.'. .. seria contraprodueente. Porque si existiendo ]a De manera que un simple ratero, un ladr6n de
pena de muerte on nuestro CO6digo Penal para hechos aves 6 reses menores, que por nuestras leyes no puede
de esa clase, sin embargo, se realizan, menos temor se ser castigado mias (lne con la pena de prisi6n correc-
tendria en cometerlos, una vez abolidos. cional, lo *es, sin que nadie se compadezea y protest
Ademnis, cada ve qnue se revele nu hombre peligro- de ello, antes bien, produciendo cierta satisfacci6n,
so, con un gra,do de temibilidad tal que su subsisten- nada menos (ue con. la muerte. Y, en camnbio, cuando
cia en. nuestra sociedad produzca un gran desaso- runo 6 varies individuos matan, por ejemplo, una ino-
siego entire sus miembros, surgiri, en seguida, con center y tierna nifia, premeditada y alevosamente,
mi1s probabilidades, alguna Autoridad., que compasi- con todas las circunstancias agravantes, y son con-
va lo quite del medio para restituir el sosiego al Lni- denados por el miAs alto de nuestros I'l ...i.. I de
mo pifblico, ya que no hay csperanzas de que lo haga J]usticia a esa pena capital, los mismos que eneon-
la Justicia .ii. I No se harAn, pues, mis ejeeucio- traron bien qiue se matara al ratero, porque con ello
nes de la pena capital por mandate de los tribunales, se vieron libres de sus rapiiias, y que hasta mani-
pero seguirin haciindose clandestinamente, con ma- festaron pfblieamente por ello su content, ya que
yor frecueneia, por otros altos malndatos. Y supongo asi no s61o el sacrificado no les robaria mas sus
que el Sr. Fernandez lo que quiere es suprimirlas .eerdos y sus gallinas, sine que, con semejante ejeon-
por complete, no unica.mento las .1 :.- y pfiblicas. plar, ningfin otro, en toda la comarca, so atreveria
A tode o ocual podemos agregar que estA probado A dedicarse al propio mieroqdeo; esos mismos los
que en ;,.j,,. II..- praises done no existe arraigada, vemos acudir compasivos al Presidente de la Repibli-
,como en algunos de los Estados Unidos de Norto ca, rebosantes de conmiseraci6n, solicitando el indul-








_DIARIO DE SESIONES DEL SENADO 17

to de aquellos empedernidos criminals, convictos y la prActica como en las leyes, la augusta facultad de'
quini/s hasta confesos de tan horrible crimen... adminisirar justicia, de imponer penas y de hacerlas
SR. .\' -: Para una cuesti6n incidental pido ejecutar A los iidividuos quc delinean de esta socie-
la palabra. dad; y que tambien hIayamos logrado -n,. I,.., ir nues-
S PlEstiliNrTyi (NNEi'z) : La tiene el Sr. .'i l. .tro sisterna carcelario y do prisiones hasta el punto
i)R. !..I: 1 i : Para solicitar qu e s aciirde pro- dt qe ccada establecimiento de esa clase result ade-
rr, ';ar la Sesi6n. hasta que termine el asiuto que cs- eIuado al sus fines, que si es destiiado a detenciones y
tamon discutiendo. prisiones preventivas, deje a los detenidos y press
ISR. I',.,' 1, !i ': iPido la palabra. disJfrutar de ciertas expansions y comodidades com-
:SR. l [ESimlENT (NI: I.:Z) : La tiene el Sr. lTorriento. patibles con su seguridad, que reelaman el earacter
SR. TO(RRTIENTE: lie pedido la palabra para apoy ya provisional de su encierro y el de simple acusados
lo propuesto por el StS. Alorales, agregaindole qule que s61o ostentan en los process respectivos; que si,
hasta quii votemos el otro particular de la Orden del por el contrario, se destinan A que en 61 se eumplan
i)ia, que nos s i. tres minutes nada mas, y que penas correccionales, se hagan sufrir con tod.a escru-
convienc quei vaya la CAmOvara de Representantes. pulosidad, auniquc sin extremado rigor, que debe de-
SR. PRE'IDENTEr (Ni'TRN:) : IFb.ota conforme el 8c- jarse para aqunellos otros en done ]as penas que se
nado coil lo propuesto? (ecumplan scan las ... Iivas; y que en 6stos y aqu6-
(Neiiales afirmativas). i los el ordien, la penalidlad, la higiene, la organiza-
(Coli'ormie i6' in de la iistrucci6n y trabajo de los penados y la
Pu ede continuar el iSr. Mlaza y Artola. discipline, respondan A la severidad de su misi6n, al
SR. M\'A.\z Y ARTOLA : Quierlo (que ne digan los Sres. par (que a las exigencias del progroso en la material.
Senadores si esa es ]la justicia penal a que aspirin Y consider nccesario, sobre todo, que dentro do
para el pais en quce han iacido, dondo viven con suis ese adelantado sistei.a de prisioncs, hiyamos logrado
familians, donide tieencr. sus mayores i;, 1. 6 intere- lcuontrar los medios de pon.er en priactica, con garan-
ses, y cuya representaci.d se les tiene i..... r .1 lPien- tias de 6xito, una clase de pena sustitutiva de la de
senl, al IientlOS, qile mientras no e:sti abolida la pena muerte, en virtud de la eual cl reo permaneciendo en
de muerte todos los cinidad(amos tenemos el derecho cierto aislamiento y en la mayor seguridad, sea sus-
de deinillciar y perseguir iA esos que jisi matan ceptible de irse moralmente tl I,.i,, .l.in., hasta
en los eainpos, so pretext de library de rateros 6 powder algfin dia ser devuelto .a la sociedad, con tan ra-
imalliecliores lu veeindario, 6 con otro analogo, an- cional presunci6n dc haber perdido today su temibili-
te los veirdaderos y legitilmqs Tribunalcs, hasta ob- dad, que tenga derecho i ser recibido sin el menor
tener que, volviendo por sus fueros, los _eondrienn al recelo, sin la menor desconfianza.
mismo castigo (oue sin facultades y abusando de su IVMientras tanto, es preferible que mantengamos la
autoridad imponen y ejecutcan, no dejando A sus victi- pena de mucrte, no para menudearla, sino para apli-
ieas defense de ninguna clase, por o qlue lo misnmo earla en los easos excepeionales que la ameriten; no
esos infcliees pueden ser culpables que inocentes, cl fniicamente comno un simple precepto en el C6digo,
m6vil, (ue les impulsara A matarlos, levantado, que sino tambiLn para su discrete uso en la practice; no
mexzcqiio, y, de consiguicnte, no s61o son reos del para burlaria sistemr ticamente con indultos 6 amnis-
delito de lacber usurpado ]as atribuciones de esos mis- tias, tengan esas gracias alguna justificaci6n, 6 ningu-
mos Trilinales, sino de vcrdade'ros ,asesinatos'. na, sino para que eastigandose con ella los grandes
Aunr ue de ese derecho no so haga uso, s receono- erinienes, a cuya represi6n esta destinada, sirva de
eimiento el in la eyes siernpre seria minis intimidativo cjemplaridad y tomor a cuantos se sintieran tentados
que la seguridad de que ningfin ,Poder Oficial podrai cometerlos, y, especialiente, A los criminals natos,
hacerles el mismo dafno piqe causan. Inspirarh alglin que no deja de haber bastantes entire nosotros, en los
mayor respeto y acaso haga menos frecuentes lons ue su atraeci6n por una fuerza invencible hacia el
casos de esa naturaleza. Ya bastantes vienen ocurrien- crime s61o encuentran su contend n eese temor; y no
do desde haee algfin tiempo, casi tantos como en los tamnpoco para (ue imnpunemente la puedan imponer y
mis tenclbrosos de la dominaci6ni de Espafia; y si mandar ejecutar con especiosos pretextos de convenien-
entonces los estimabamos iuno de los mayores motives cia general, pero las mas de las veces inspirados en
(uel nos daba i)aria nuestIra emaneipaci6n, sa rcpro- nim6viles bastardos, c(nalcs.niera funeionarios 6 autori-
ducei6n es na vergiieza, despui s de obtenida, un dades, cono suieln iacerlo algunos de nuestros mas
escarnio do la libertad eonquistadta, y una sanlgrien- e1 pingorotaidos personajes, los cuales se ereen tan al-
ta buria (doe l Ley fundamental, que uos hemos dado tos, tan poderosos, que se consideran por eneima de la
nosotros mismos, on la (que so proihiben tales cosas, y i('onstitueiin y de( todtini las eyes, sino para que s6lo
con la cuad prelendemos haber garantizado los mis ca- puedan aplicarla nuestros 1 ,inii..m.' -, alcanzando
ros atributos de inestra personalidad humana, esos tambien su powder a haeerlo contra esos verdaderos reos,
considerados sagrados, inmanentes ( intangibles, que' como ya he dicho, del double dclito de asesinato y
se conocelln con el nombre de derelios individuals, por usurpaci6n de futnciim'oin; finicos modos de cque los ha-
los cu3ales luclhaon tantas generaciones y tanta san- bitantes de cste pais vuelvan A sentir garantizadas
gre se derram en. estos dos fdltimos siglos. t;us vidas, partieularmente en nuestros campos, y de
_;. imupiigiiaci.n, por consiguiente, puede concre- (iiue podamos con raz6n ostentar el titulo de naci6n
tarse de esta manera: eivilizada.
.Declaro que aspire, como el Sr. Fornindez, A la SR. .FERFNANDEz: Pido la palabra.
abolicidn die 1a pena de nmuerte en mi pais, poro SR. PRESIDENT'L, (NL' Ez) : La tiene el Sr. Fer-
total y d1i .litiva n:nt -, para lo cual consider ne- niindez.
cesario quie on. el curso evolutivo de nuestro pro- Sa. FERNJNDEZ: Yo preferiria que seo aplazase la
greso hayamos liegado A alcanzar un grado tal de ,discusi6n para el mirecoles. Picnso oqe moloitar6
1,, .... y respeto ;i nuestros Tribunales qcue A at mis .... i ..... mis tiempo del que desco hacerlo.
ellos s6lo est6 encomendada de Iecho y de derecho, en I lie hecho un -in.,.. detenido del problema, he to-









18 D1AiSO I)E c,;iE1 PDEDEL SENADO


mado notas, ha sido muy vigoroso el impuignador a
quien tengo que replica y me obliga A un gran
.ii.-. la magnitud de este debate. Pr1incipiemos
lesvaneciendo una suspieacia indebida que se desliz6
en ]a sesi6n anterior y que han divulgado los peri.6-
dicos. Puede I .. II.. i.. comprobarse que este Pro-
yeeto no es nuevo. Es muy antigno. Procede de la
('.1....... de Repre.sentantes, donde ]o present hace
inas de tres anos; y lo reproduce para responder al
hermoso program de reforms que nos traz6 eo'
Sr. Dolz, describinddonos A la Repilblica, nueva y
democratic, viviendo bajo las estiecehas ligaduras
d'e una legislaci6n inadaptable y anticuada.
Asi expuesta la genesis de ]a Ley, restablecida la
buena fe que debe predominar en cstoe ambiente, don-
de todos tienen el dorccho de combatir las ideas, don-
dc nadie tiene el derccho de invadir las intenciones
a.jenas, analizare el problema en los ,dos aspects en
qne lo ha planteado el Sr. 'Maza y Artola, cuyo
discurso bastard por si solo para dejairns una hue-
]la de su grandeza inteleetual en los debates del Con-
greso. Primero: la thesis mas iilportalnte, la aboliciin
cono doetrina, de la pena de mniertc. DespLus estu-
diar si es reeomeindable la media ei las actuales cir-
eunstancias.
No s6 si podria Ilamarse con justicia impugnador
de esta ley al 'Sr. Maza y Artola. En realidad su dis-
curso fui una lucha admirable librada en una inte-
ligencia muy alta, por dos teorias contradictorias.
Referia 61 mismo el ejemplo de dos grandes pensado-
res de la antigiiedad que defendieron en determinado
momiento formulas opuestas a los principios ,de today
su vida. Y el 'Sr. Maza y Artola result esta tarde co-
mao en casi todos los problems del .Senado, algo mais
original: la sintesis, el ap6stol de doctrinas opuestas.
Cada vez que dliscutimos una cuesti6u do esta clase, 6'
tione la habilidad de representarlo todo. Represent
el porvenir, por(qe siempre I .. I..cl con entusiasmo
las reforms liberals que han de implantarse en el
future, un futuro que nunca llega. Represent el
pasado, porque nunca consider oportuna la aplica-.
ei6n de esa reform. -l. p'esenta el sentido liberal y
cl !entido conservador al mismo tiempo. Y el Sr.
Maza y Artola mantiene con tal seguridad ese .i,;-
cil equilibrio mental, que si no eonoceiramos su ree-
titud, pensariamos que en ,61 habla siempre el espee-
tro de un criteria reaccionario, hfibilmente eneubier-
to con el hlibito de un sofiador y d( un sofiador muy
sugestivo.
Rebatiendo ya el primero de esos extremes, dire
que no me ha sorprendido la abundancia de erudi-
ei6n y de arguments expuestos por mi distinguido
contrincante. (CuestiOn disutidisinia la pena de muor-
te, material (qu preocupa hace mas de un siglo a pen-
sadores, I ..... .. y publicistas, muy extendida la
copiosa !I,..',. .11i, que existed, nada mas fieil que
disertar, amparandose en ese amplio eaudal de an-
tecedentes. Pero tampoco nada mais esteril. Porque
lo son siempre estas polmiicas interminables de es-
cuelas adversaries, ailrededor de uu principio, im-
pugnado por unos autores, d1. ..!;.I por otros con
igual brillantcz, con id(ntica preparaci6n cientifica.
Asi sucede en el divoreio. Asi en esta ley. Asi en la
mayor part de las cuestioncs que se plantean en
todos los Congresos y en to das las Academias. Ya to
sabenos por experiencia. El campo para la lhabili-
dad del polemista, es interminable, entrando en cl
terreno do los textos. De modo quo estas justas doe-oc


trinales si son litiles para, que la inteligencia brille,
son i,. i.- ... para decidir la suerte de una ley de
esta elase, ya que pertenece al nilmero de aquellas que
admintimos o rechazamos, por hondos motivos de con-
leiicia a los cuales no ilega jams la dialectica de
niung6 orador.
Con sorpresa he visto resueitar al Sr. Maza y Ar-
tola, doetrinas completamonte abandonadas. Pasaron
ya los tiempics en que la pena era una lucha de la
sociedad contra el delileuonte. Iloy es una Iucha
contra el delito. Por algo se ha comprobado (iue el
individuo, en lmuchos easos es el agent irresponsable
de ilmpulsos ativicos, de degeneraciones hereditarias,
de areas morbosa y epilipticas y de i I... econd-
micos y sociales. Cuando los gobiernos cultos buscan
el nedio de -1i ........ el contingent criminal, no
I, i como remedio finico en las mcdidas represi-
vas. lPrincipian por buscar en las generaciones nue-
vas al nifio normal para darle una educa.ciun que
;........' ,,, sus impulsos. (Cran reformatorios, pro-
pagani la disminui'6n del alcoholismo, multiplican
la eiltura, extidedcn la moral de todas las religio-
nes, y enando a pesar de todo eso surge un delito,
eun hgar de nuestros presidios inhabitables, st abren
Jas puertas de :.i ,1.; '.. establecimientos peniten-
eiarios.
A(liii, el Sr. Maza y Artola lo ha dicho, no iacemnos
nada de eso. Y es cosa mItt y rara que precisamente
por tncer abandonadas *esas f...I .n.. die pidad y
provision social, entienda 61 que delbemo ser mos
cii'gicos contra el delineuente.
El primer obsiteculo serio (que ha encontrado siem-
pre el movimiento abolicionista, ha sido el que nos
citaba el sofior Maza y Artola. En apariencia la cri-
miniildad aumenta en todos los paises que suprimen
la pena de muerte. (icrto que a primera vista, sc
llega a esa conclusion; pero las estadisticas no pue-
den interpretarse de unia manera aeertada, sin mi-
ran aigo mals que las cifras. i'. I .. i.!. a una frase
eile bre, dice un esocitor americano lque en las es-
S" i hay "lo que so ve y lo que o so ve". El
.Estado suprimei por medio de la pena capital a un
hombre. Lo que se ve os un asesino menos. Lo que
no se ve en las 1i[-;.- 1,, --. .,--es la lenta
"b brtalizaci6n" de la sociedad por el q ir!.... de
estos procedimientos crueles.
EIs tan eierta esta observaci6n, que la comprueba
mn historiador muy concienzudo. No habla nilnguil
politico sensible, como nics llama la prensa A los parti-
davrios (ie esta ley. El q ue habla es un investigator
lri'o, amigo del mItodo experimental en los studios
histbricos, de los cuales ha deducido (q l las revo-
luciones moder1nas se distinguen porque son mais be-
nignas, porque soni m,'s humanans. I!, las revolu-
ciones tienden siempre a suprimir los sistemas poli-
ticos con el mcnor .. ii- _.. possible de vidtas. En los
tietmpos aetuales, no es possible ieneontrar 1 muchos
ejemiplos de aqucllos eambios de regimen que inunda-
ban con olas de sangre la IIistoria de un pais. Y sabe
e] ISr. Maza y Artola a qu([ se atribuye ese dato? Pues
sc dice que si las revolueiones procedian cruelmente,
era porque el pueblo recibia como educaci6n tradi-
cional el ataque a la vida. En i ......i. I, la guillotine
era tn espectacuilo familiar a la conciencia fi. ..... i
Cuando estaba en poder dq la .' .. .....I i, so us6 du-
ranlte muchos aLios aontra la cabeza de la plebe. Cuan-
do so apoder6 de ella el pueblo, se us6 contra ]a cabeza
do los reyes y de las classes privilegiadas. De done se







DIARTIO D)P I, DIn'l':- r, EL NhAD)O 19


deduce quc el rcspeto a !a existencia por cl Estado y
por la Ley, cs la primera ensefanza contra el crime.
Vamos a otro argument. El Sr. Maza y Artola
decia que la pena i dmnuerte, busea la o ..i.. 1l .., .]
y d, qne acaba e dearnos tantas pruebas do cnltura
en su discurso, no ha advertido qine es la ejemplari-
dad una de 1as cosas mias negadas por lois q(e estu-
dian este problema. Asi lo dicen las estadisticas. Re-
parese lo que ocurce eon Inglaterra, cnyo testimonio
invoc6 61 y cuya severidad penal es extraordinaria,
y so verkA que la pena no ha disminuido el Inimero
i, i .. ; .,.1 de los crimenes. En Francis, iha estado
d'o hecho suprimida durante muchos atos. Restable-
cida en estos 6ltimos tiempos, las cifras nos dicon
tambien que no ha producido el efecto iqe so pro-
nietian sus defnsomcs.
En mi prctimbulo alido ligoramente a 1o (ne su-
co'de en la grain n a.ctin ainericana. Cuando la (omni-
si6n nombrada por el Estado .de Nucva York para in-
vestigar el aiumiento (d la criminalidad, rindid su in-
S i, lminoso por ciorto, hizo consignar e;ta cooin-
ciidencia cxtrafia: (qu el homnieidiio auimentlaa'en loans
1-. i 1I ederailern (qe sostenian la pena y que dismi-
niia en los Estados quo(i ]a habian suprimido, ios min'i
ciutos en aquel pais. Alli hubo una, poca en que so
pJend de mucrtoe e rob)o y mas de eiento trsc l delhi-
centces se declararol en uni afio convictos v coinfesos
de ese delito. Abolida en vista de so inutilidad, diR-
minnuy el nfimero de robos en aqudelos 2.. 1 de la
ITni6n Americana. En Alemania se han hecho en los
niltinmos cinceucnta aio,s much -I-f... del ( ..i.;
Imperial, siempro cn cl. scntido de la rigidez propia
de aquella raza, y el resulatado ha sido este: qupe los
delitos contra Ila I I. '1 ..1 disminyen ; los dlit;os
contra las personas aiuentan d e manera considera-
ble. Dl)6nde esti, pues, la ejemnplaridad d'e que 1a-
blaba cl Sr. Maza y Artola? ;i D)6nce esii la eficacia,
(ue es la prlimera condici6n de toda pena?
Es adentas irreparable. No voy a eitar en esto, ca-
sos nme recordn'ar Ci enl neto la propia ilustraciini do
los Sres. Senadores. Ninelun nacidn dclja do estar
enlsombreeida con e(l sacrifiio inutil die in ocentes con-
denados por los tribunales. Una cosa tan sagrada co-
mo fla vid'a, no debo hnllarse a merced de una cosa, tan
fulible comno l. juicoio huiano. ." ., Ios de con--
eiencia recta, tribunalhcc hiono:rables y gobernantes buc-
nos, creyondlo eiunplilr a ley, han comnet!idoi crimenes
irPrparables. iPor 1o cual, la pena de muerte, on vez
de slprimir el delito, 1o lque bave es crenr uno nuivo.
el asesinato legal, dce tle no estA libre acaso nuestra
adminiistracin de Justicia. Y si Ia legislaci6n cuba-
na, y lIa legslaci6n die easi todos los praises despnes
dc Vn movimiento progresista ha reconaoido el dere-
lio de revision, Acoi o cs possible que al misnio tiom-
po se admita la posibilidtad do una pena irreparable
cn los cases de cometnlse cualquier error judicial?
El Sr. Maza v Artola dijo 0que son muy .. -. las
naciones que han abolido la pena de mnerte. No me
explico de d6nde ha obtenido al esos datos. 'Por el
contra rio son munhlis. C(ilar a 'iGreia, (c e la abolid
en c '; Riomania, lortn ual. Hrolandatogi, iNorn a-
lia, San Marino, Costa Rica, Brasil, Venezunla, y
iUrugnay. Bdlgica, pais donde impera la mis alta
moralidad y de costumbres ejemplares, tiene priectiea-
inento abolida la pena de muerte .desdo 1864.
IEIn Filipinas, y este es nit dato do extraordinaria
importancia, en ';ill;l'i.... euyo 1.'Y-- i, se ha, orga-


nizado bajo la influencia moral y material de los
Estados Unidos, la pena de nuerte no existed.
Naciones de gran cnltura, done so sostenga, po-
demos citar a Francia, Inglaterra, Alemania y Espa-
fia. Pero se sostione en pleno descr6tito, en pleno
fraeaso. Alli so ,sos;ticne la pena de muerte aumentan-
do de manera considerable la proporci6n de los in-
dultos, disminuyendo su aplicaci6n, vacilando cada,
vez mis los triblunales y los juces, y rcsistiendo un
moviniento Ide la conciencia pfblica, que pide que
el Estado consagre como nna cosa inviolable el de-
recho a la vida humana y que destierre de sus C6-
digos eso que pareec urna burla a la civilizaci6n.
A Cuba podemriOs incluirla entire los praises eminen-
temente aboliciinistas. A(qui la pena do mnuerte no
existe. Pedimncs, no la abolici6n de un hecho, sino la
abolici6n de na somlbra. Con raz6n, dice ]a ilnstrada
.. .. ,, I q1ue estai suprimida hace miuchos ,,-., en
la forma m',s n1obhl en q;ue puede suprimirse: por
la piedald pfibliea en primer t6rmino, por la piedad
del primer 'Magistlrado ti la Naci6n despu6s.
Asi que no es exact, como el iSr. Maza y Artola
d1eeia, que el ,estado dt la conciencia cubana a eon-
soje sostener la pena de miuerte. Aconsoja todlo lo
contrario. No si:mpre ban de ser las estadisticas ni
los autores extranjeros las ilnicas fuentes de iniforma-
Ai(1 para nueatlro Congreso. La finica fuente, la mas
pura, de inspiraci6n para un legislator debe scr, en
determinados problems, su propio pueblo, y nadic
negarhi que aqni hay un sentimiento do repulsion
contra, la pena de nmurte, sentimniento que tione la
im portancia y la trastendencia de un sentimiento
hlisltrico.
La Lek para sir legitima, tione quie ser el inandato
,'ie la sociedatd. (iando unn principio juridico mere
on cl espiritu pfblico, no import que viva en los
C(digos. Eln nomNibre eii e pne principio juridico, no so
podrA legitim ninllcte deeir que se administra justicia.
Las c'yes nacen y muern en la conciencia pablica.
Y el powder que, ampa.nandose en un articulo del i('6-
digo, i. : ; imllplantar en Cuba la pena de muerte,
salvo easos extraordinarios por la necesidad de una
dercnsa contra agresiones extranjeras, el podor que
hieiera eso, no haria julsticia. Atacaria,, 1o mas absur-
do si so quiere, pcr lo mis noble ddo los pueblos, quo
es la piedad.
Para combatir mIi 'royeeio hacia el Sr. IMaza y Ar-
tola un gran acopio dl e diatos y de erudici6n, !.. iI'
clindose en la (opinii de autores ilustres, de trata-
distas y de pensadoles extlranjeros. ,I'" : significa en
este problema la opinion do los tratadistas? 'Con todo
el respeto que debo a la ilustraci6n del Sr. Maza y
Artcla, tongo que decirle que su exposicion de an-
tccedentes y doetrias srn ia pitlida si yo quisiora con-
ducir el debate por el terreno de la investigaci6n de
to;das las opinions, do todos los textos, do todos los
autores que han soeundado el movimiento abolicio-
nista desde que se intensified como un program por
la Sociedad de la Moral Cristiana, de 'Paris, en el
ai1o 1823.
Congress de penalistas y de fil(sofos, iParlamen-
tos y Partidos, Asaocioaines de filantropia y Asocia-
ciones literarias, periodistas y escritores de todas las
esCuelas, desde los nrAs humildes hasta el glorioso
iDpin, a nombre del c(olegio de Abogados de Paris,
no hay pais ni 6ppoca que no pudicra presentar una,
verdadera Iegi6n do hotabres ilustres de la humani-







20 DIARIO DE SESIONES DEL SENADO


dad partidarios de la tendencia abolicionista y de
que se consagre en los IC6digos.
Pernmitame el !Sr. Maza y Artola que yo lea sint&-
ticamente nmy pocas opinions. (Lee) : "La pena de
muerte es mala, porque no preserve A la Soeiedad
y s6lo castiga a los irresponsables".
'La pena do minerte no es ni moralizadora ni
ejemplar".
"La pena de muerte es un crime social; Un hom-
bre no tiene ningfin dereeho sobre ]a vida de otro
hombre"'.
"La pena de muerte s61o se aplica por la idea de
venganza".
'"La pena de muerte deshonra mis a los que la
aplican que a los que la sufren",
"La pena de muerte no ha ejereido nunca ninguna
influ.i,-ia 11 sobre la disinmicidn de la crimina-
lidad en ningfin pais".
Cada ,uno dc esos pensamientos, tione detrits la alu-
toridad de una gloria.
No he (d citar mnas textos. R oducioeudo a niimeros
esa ..,,p.,,i.1, tengo a a vista nanis do ciento cinuiuenta
nombres de ;,1i;. 1,. ;. universal, :on los cuales e ..-
dria apoyar mi ley.'De ellos, trcs son reyes. Los tres
de Portugal. Uno, Presidente de la Repiblica. Espaia
vid descender las gradas de su primera Magistra-
tura a un Jefe de Estado (qe era a la vez !,.....I
excelso por no autorizar con sr nombre una coildelna
capital. Veinte y siete, ministros de Justicia en distin-
tos paises, verdaderos maestros en la ciencia juridica.
D)oce, i,, Ir:;.iL ... de los nas siabiosi de la Cortoe
Inglcsa. Por fitiimo, y reparese en la traseendencia
de este ,dato: de los die; y nucve catedraticos esela-
recidos de Derecho Penal eon las IJiversidades mnis
ilustres, 'dioz y seis son 1 ,,i;. ,,; de la abolici6n,
incluyendo en este n cimero al doctor Gonzalez Lanu-
za, antique per una vacilacidn natural de su talent
sostenga esta dualidad: "Amiago de conservar Ia pena
como una amenaza en el Cddigo. Contrario, comple-
tamente contrario, a su aplicaci6n."
Con ser muy elocuente la plarte doctrinal del dis-
curso del 'Sr. Maza y Artola, gird alrededor de este
solo argument. El IJ .1.I. tienc el dercehc o legitiino
de i .n-.. Es cierto. Lo (que no hay es ninglin de-
lito individual, capaz de comprometer por si solo
la existencia. del Estado. Es iccesario sicmpre, que
el crime tenga cierto ambienute coleictivo; y freute
al motin, frente a las alteraciones de orden pfiblico,
nadic ba podido pedirle a los gobiernos q(ue perma-
nezean in;de:ensos en nom-bre de ideas muly lumani-
tarires, pero irrealizables. La 'Iy pIara conceder al
individnuo la legitima defense, require un peligro
mnny grave, en que matar sea la finica salvaci6n de la
propia vida. La Ley no puede concederle mayor am-
plitud a ese derecho del Estado, que es mis fuerte,
que es nias potderoso y que tiene n in ..i,-, medios pre-
ventivos. 'Como rasgo de ingenio, la frase de Alfonso
Karr cs feliz. Como base de nna escuela de legisla-
cidn penal, no merece repetirse. i I'.il.,, misero Esta-
do, el que se eoncretara a seguir el hjemplo de los
criminals! El delincuente es un ser inferior. El Es-
tado es una entidad juridica, con. grades deberes y
con grades responsabilidades. Compararlos es nn
absurdo. ; Para ,11."' vamos a seguir discutiendo esto?
Una justicia asi, no seria justicia. Eso seria la ven-
ganza codificada. iAsesinar al.que asesina! i Qu6 her-
mnosa ejemplaridad la del Estado!


A cstas razones ha afiadido el ,Sr. Maza y Artola
una que me parece grav;lsima; y es (ue la pena de
muierte se practice de una manera ilegitima en cl
pueblo eubrno. i Ah, .- r Maza y Artola! El Congreso
no puede evilar nunea que los hombres sean craeles.
El (Congreso si puede evitar que el C6digo de sn pats
sea inhiumano. El ICongreso tiene la funeidn sagrada
de lacer que sus leyes scan siemprle nobles, aunque
no scan siemnpre nobles los hombres,
Cuando por i t., de una convulsion interior hubo
en Cuba granides deorramamientos de sangre y se ini-
cii el sisiteima del asesinato politico, se hicieron deter-
minadas Ir.... i. .d1.i,; congresistas de ambos parti-
dos, tuvioron el prop6sito, y 1o iuiciaron, de :-
cstreeha responsabilidad presentando acusaciones gra-
visimnis ein la, 1';r .. de Representantes. A eso he
de aludir ligeramente, porque me impide profundi-
zar le el cheeho, el respeto a dos hombres que son
pa'ra i iinvolables en estos imoimlntlos. Unlo por la
minerte, otro por la desgracia; ya (1ue no todos ser-
vimos para nutrir las ii de los quo, acaso noble-
men to ,I,1. ; .....1 .- estan siempro propicios a ini,-
riar al eaido y estin siemprpreropieios a deseonocer
al amigo en la hora, de la adversidad. Eso, acusar prae-
ticamornto a, los delincuentes, a los que comleten el de-
lito: poiner sobre ellos el castigo lde 1 Constituci6n,
es o1 que puede hacer un legislaidor cuando se encuen-
tra tan convencido de los protfiidos males que nos
ha insinuado el Sr. Miaza y Artola. !Cuente con el con-
curso dc todos los Sres. Senadores para formula las
acusaciones (lue demand la gravisima situaci6n que 61
nos ha descrito; pero do eso a convertir el hecho en
una razon para sostener la pena do muertc, hay mna
difereucia extraorndinaria. iazonando asi, caeriamos
en esta gica extravagant. Los criminals matan;
las autoridades faltando a sus deberes, matan; el
Ej6reito, no es p soe con los prisioneros; el hogar
cubano se oncuentra amenazado muclias veces por los
lliamados a guardar el oidenu. Pues el mejor remedio
do todo eso, es que el. C6digo tambi(n sea asesino. Re-
conozea el -. -...r, Mtaza y Artola que esto no pnede
ser', que no es un argument razonable en contra de
li ployecto de Icy.
Si. M.\zA AirroLA : Yo no lo lie expuesto asi.
Sa. OERNANDE.Z, : ASi rCsult apf)ena lie h echo do
l un Inmcv e analisis l6gico. Y csbozados asi a la li-
gera los arguments principals, porque tengo el te-
nm ,r de e(star ] ,l ., ': la atencini del I... ., voy
a eitrar en la segunda part de la .:I .I...ir iI .. ;
voy a referirme i. la i .... I ;,l...1.
Yo telngo .r...'! ,.1'.... motives de gratitude para la
repr'esuntaeion liberal, porque al tratar de conjurar
un conflict .de sentimientos eln c pais, haya pensado
en il proyecto de ley mio. iOOjalA que cuando lle-
gucl ocpas crisis de dolr para este pueblo, tuviera yo
la l'ortuna de que fuera lneesario siempre pensar en
uno de mis TProyectos de Ley! ( ... que no aspiraria
a im lauro mayor como legislator. Pero eso no quiere
doeir lue no apruebe en cierto modo la opinion de que
este debate no es enteramente oportuno ahora. Ad-
vi6rtase que el motive esencial do esta ley, es el res-
peto a la existencia; y viene a studio del 'C..i.C '.'
cubano en mementos en que lo que impera en todos
los pueblos es el aniquilamiento de la vida. Cuando
lejos de aproximarse aquellas realidades socialists de
(que nos hab16 el Sr. Maza y Artola, en la sesidn an-
terior, lo que estamos toeando es nna crisis profunda
,de todos los valores intelectuales y morales; cuando









DIARIO DE SESTONES DIEL SENADO 21


[I


(I
.1



ci
t
d

(3
d



d
11



t
t
c
t
0
ii





P
d


r




1
t



C

t


)s socialists, que negaban las patrias militaries, es- i1(mo no biemos dte hacerlo en las pequefias naciona-
im Iniricindo en las trincheras; cuando los que pe- lidades, enya primera raz6n, aeaso la mis poderosa
ian la paz universal estiu combatiendo; cuando hLs raz6n de su existeneia, estA en la i'dealidad, en la fe y
multitudes proletarias, (Ju e(ran contrarias a los oeir- en la unidn de sus hijos!
itos, estau con sus leaders a la cabeza, como solda- Cuba, rmis q(u empr6stitos, mas lue organisms
os; cuando no sabemos si de las ruinas de Europa, lo militares, mils que ... ..... de powder material, lo que
ue saldr, es una legislai6n mias liberal o un retro- necesita es que idel i .1,. de los partidos, y de las
eso en las ideas. Cuando en una palabra: si algo di- muchedumbros, salgan los elements td buena volnm-
ige oe pensamiento monderno, es Ja destrucci6n de los tad que caminanlto entire nuestras ruinas morales,
eros; si alguna deidal ] o seduce, es:, deidd es at comno los otros eutre las ruinas de aEuropa, salven el
mourtc, que se pasea, impasible y fria en forma de espiritu national, oconstruyan la unidad del pue-
n'urras exteriors o intf :cores, solbr todos los pueblos blo cubano.
e la tierra. Por esto y pr su riclaeion con deltrmii- 1E surco esta abierto. Nuestro porvenir como na-
ados probleinas quc nIos procalupa n eO estos moImen- (ei6n, depend d(e la scmilla que arrojemos en 61. Ya
os; por ]o mismo que el q Congreso national es con- lo he dicho otras veces. I'.,r desgreia, no ha pasaido
rario a que se apliquen eicrtas medidas y, si se apli- la oportunidad de recordarlo. Cuando un pais siento
aran so haria violando el ospiritu do las leyes cons- conmoviida su paz por iuna revoluei6u y los acon-
itucionales, es por lo (que cor sidero que la ley no es tecimieutos pasan, y llega la hora (de que la calina
portuna. A Cuba le interest que ciertas sentencias renazea en los espiritus, entoncees ] queda a los
to so cumplan en tod ssu rigor'; pero le interest que veneedores una. uneva muestra de valor y un nuevo
ea por el respeto a la Constituci6n y de no se alsi, saerificio que realizar: olvidarse ide que triunfaron.
(or la elemencia de quien tiene la suprema facultad Y entonces le queoda a los que eacl el mayor de
Ie otorgarla. No le convene a Cuba que para salvar todos los heroismos: olvidarse de que f'ueron venoidos.
inas cuaitas vidas inftiles, pueda decirse en el ma- En ninguna part el rigor ha puesto t6rmino al im-
iana: "'Un Congreso gencroso, tuvo nccesidad de pulso revolucionario. Las revolueiones para que no
nrrebatarlos corno se arrebata una presa, de nanos deen huellas, tinenc que ser seguidas do una political
le un Ej.eclutivo inxorable". No paorque lo hicie- generosa. Asi es uinicamente como so 10aeen l oI. i. y
'amos realizariamos ninguna coacecin. La influencia se consolidan ]as patrias que son mis uoe un territo-
le inos poderes sobre otros, no es nunca ilegitima. rio, mais que un ej6reito, mis que un gobiorno; que
iesulta Ipor el eontrario, un deber y .un bien on las son una eomunidad spiritual, donde nadie debe sen-
lemocracias 1ien organizaidas. iCuando los tribunales tirse ni proseripto, ni perseguido ni humillado por
nilitares decrelan la muerte a sabiendas de queel sus errors y ni siquiera por sus culpas political.
Conlgreso la rechaza, no realizain linguna imposicion Por eso docia antes q'ue no era partidario de que
'ontra nosotros. Cumplen lo que estiman siu deber. aprobaranios esta ley ahora. No debe ser necesario
' o ..i.. en Iuso de nuestras prerrogativas, suprimimos que la ley haga lo que deben hacker la previsi6n y la
a pena, no los coaccionamos tampoeo. Ahora bien: :.,,... ,.;1 de, todos los que tienen on sus manos el
i e osas fos cosa fueran eoaccidn i; ql noble, qu6 dis- porvenir de Cuba. A todos se nos present una al-
'ulpable la nuestra! Qu6 cruel, (qu6 inhumana la que ternativa IiI. I Si oimos los preceptos eseritos, se-
se realize para llcvar a anos cuantos hogares cubanos remos i,, '-.;i,. ,Si oimos el sentimiento, seremos
rresponsables, esta doublee orfandad: la orfandad ma- piadosos. NNos idejamios arrastrar por cl impulse de
;erial que arrebata un ser, y la orfandad moral que las represalias inexorables? Pues no hay ique ir a es-
deja definitivamente un estigma! tadiar muy lejos el erjemiplo de lo que viene. ICien afos
'Puesto (uec somos tan dados a mirar al exterior no de vida americana, nos estAn mostrando con regu-
veamos: slo lo clue alli haee la 1. ...... tam- laridadl invariable este ritmo fatal en las Repuiblieas
bi6n Io que haee la piedad. Europa esta sufriendo las del Continente: la mitad de sus hijos en el powder, de-
conseoeieicieis do una guerra que casi no tien e prc- i .necesariamerte con la dictadura; la otra
cedentes. P'ues bien: alli se ha fuuldado una asoeia- miit(ad, en el presidio, en la conspiraci6n y en el des-
ei6n, oin a (iqe figuran eseritores, piolitieos e intelee- lierro. En el medio, las patrias siempre ensangren-
tuales de todos los paises en arms. ,Y saben los se- alda.s y empobreeidas.
fores ., I I cul c1 s su progranma? irocurar por Congreso, T. I.) ...1. -1, Podler Ei,.. 1 ;... Prensa,
todos los niedios que la lucha no deje huella do un politics, ca director cociecia
odio Inporeedero cn el alma dte 1as naciones. 1 .. atidos politicos, teas e directors de ]. sie conei
aid do gn oubana, todos tenemrnos ol deber de Itl.: .*... si 0on-
conseguir ese fi, hacen una propaganda de genero- vie ir exaltados hacia ese porvenir (quc se prepare,
sildad admirable Publican y divulgan todos los ras- o si debemos proceder oyendo en vez de la pasi6n o de
gos de nobleza (Ie se realizan en los combates, entree a Le, os dictados del sentimiento EnerIa supreme
alemanes y franceses. Creau lospitales, organizan l Le, os dieta ois de sontimi entoe hcr a suficidd de
agencies para trasmitirle a las families noticias de Irs sorcieda,des ihuImalns.
sus deuidos, euailquera ique sea el e.ireito en lqe corn- S. M Y A :ido la pala0ra.
batan. Han impedido que los sabios, miembros hono-ido la palabra.
Il de Jas Academias, scan expulsados os de los Coen -a, PKESIDMNTE (. ): La tine el Maza y
tros ..II ... Ifacen todo lo que sea ennoblecer la Artola.
lucha. E sa colcctividad se titula "Amigos de la Uni- S,1. MAZA Y AuTOI.m : .-...' Senadores: Antes que
d.ad Moral de Europa". ;Y esa labor sagrada y iiada, permitaseme dirigir una felicitaci6d muy efu-
i, i.,,1.1 se realize para evitar cl odio entire extranje- siva a nuestro querido i ilustrado compafiero, por el
ros! i '. 1.i., mayor no debe ser el esfuerzo, para elociiente discurso que acaba de pronunciar, otra al
evitar el odio, entre hermanos! Y eso 1o haeen pue- Seiiado, porque al fin ha tonido el player de oir la
blos Clue por sI Iilistoria, su pasado, sus inmenso,: paibra brillante y suigestivai do uno ide sus minmbroos
(el'emetos intcrloos, perdurlarau sieip)re comno (r1ea- inAls pro iillentes, y ado(elins, aunque sea illillOdesto,
eiones eolectivas inconmovibles al trav6s do los siglos. otra a mUi mismo, g,.ues qu6? iAcaso no m1e cabe la








22 DIARIO DE SESIONES DEiL SENADO


gloria de haber, con esta imnpgnaci6n, sacado dc su
mutismo A tan conspicuo orador ?
Y, de una vez, permitaseme, tambin, (que manifieste
mi admliraci6n por la sorpresa que nos ha dado el Sr.
Wifredo FernAndez demostrando ser tan erudito en
la ciencia del Dereeho, como en la Literatura, en la
Economia y la Hacienda, en la Politica, y todas esas
otras ciencias y artes en que ya tenia dadas muchas
y muy gallardas pruebas do sobrados conoeimientos.
En adelante, el Senado tend.ra que rcconocer que hay
aqui otro abogado mas, tan bien preparado como
cualquiera de los otros para las lides juridicas, y con
61, por consiguiente, debera contar para resolver todas
las dificiles y graves euestiones de derecho que tan
A menudo se le presentan. Pero todo esto no obsta
para que yo haga algunas rectificaciones al notabili-
simo diseurso que acaba de pronuneiar, en las cua-
les no sera much cl tiempo (que emplear6, porque van
A ser pocas.
Pareeci6 rvelar el Sr. FernAundez que su principal
argument A favor de la abolici6n de la pena de
imuerte estribaba en la facilidad con que se comedian
errores por los Tribunates ide Juticia il aplicarla y
Ja inimensidad & irroparabilidad del mal que con ellos
so causaba al reo. G(reo que hasta esa fatibilidad la
ncontraba por si sola bastante para jn iili.-- i la
abolici6n. C6mo io he de star de acuerdo con el
Sr. lernandez en .lsus dos prenisas: en q(ue so han
cometido y so comelen algunas veces errors, at impo-
n1er la pena i.;i 1. por los Tribunates de Justicia
y cni que tales errores son de los mas grades e irre-
Iparables que so pueden coneter? Pero de ninguna ma-
hera puedo estarlo con su conclusion, pues no es s6lo
do la pena de muerte de la que cabe decir eso, sino de
todas, porque los crrores que on su aplicaci6n se co-
nmtan pueden tambi6n sor irreparable en muchos
cosos, y no hay ninguno, ni aun los de la pena de
muerte que no sean hasta cierto punto reparables por
el indulto.
Voy a citar eu pro de este aserto, dos easos, esco-
gidos a] azar entire nmuchos: uno en (ue el error fu6
cometido en la aplicaci6n de la pena capital y otro
en la de una simple pena de pI-i.in Los dos .A cual
mFIs grave, resultaIndo aimbos on .1. i,,,i; ., irrepara-
bles, pero acaso mas el segundo que el primero.
En el de la pena de muerte intervino, tal vez no se
a.cuerde de ello, Inestro querido 6 ilustre companero,
aqui present, cl Sr. Juan Gualborto Go6mez, ocu-
rriendo los hechos durante la administraci6n del Sr.
E;strada VPalma.
Por la Audiencia de la habana fu6 condenado
a muert u defendido amado ulin, dedido o a do li, d la
raza de collor, pilor haber asesinado A un chino, con-
firmando la sentencia el Ti ,in, .,i ;Supremo, rio obs-
tante los i f ...- que hice para evitarlo. Yo tenia,
sin embargo, la convicci6n de su inocencia. Si no pu-
de llevaria al finimo del tribunal, fue porque me falta-
ron todas las pruebas necesarias. El acusado obstina-
damente se habia negado a revelarme el verdadero
author de eso asesinato.
Estaba gestionando ssu indulto cuatndo lo pusieron
en capilla para oii .l. i..1i... Dado iojrehacio que -era
D. Tomas a eonccder e,sa gracia, temi que se cum--
pliera la sentencia sin conseguirlo. Sc me ocurri6 en-
tonces una idea que, sin duda, fu6 luminosa. El iSr.
iG6mez, se eneontraba a la sazOn distanciado politica-
mente de D. Tomas Estrada Palma, pero habian sido
buenos amigos, y yo sabia que se deseaba por una per-


sona que ocupaba un alto cargo A su lado, reconciliar-
los. I' que si el Sr. (G6.mez le pedia al Sr. Estrada
Palma ese indulto le habia de costar mucho trabajo
neggarselo. Y ademis que si con ese motive se reconci-
liaba el Sr. .. con D. TomAs Estrada Palma, rca-
lizaria una obra political convenient al Pais. Nada,
pues, arriesgaba con aquel paso y en cambio much
podia ganar.
IlMVe entrevisto con el Sr. G6mez, y como no podia me-
nos do suceder, dados -sus sentimientos altruistas,
obtuvo que fuera A' pedirle el indulto a Don Tomtas
Estraida, Palma, eehando A un lado las diforencias
que los separaban. Don Tomas to acogi6 bien y man-
d6 su Secrctario, Sr. Belt, A visitar al reo. El ISr. Belt,
que iabia sido Juez, y tenia, por consiguiente, expe-
riencia de esas cosas, on una larga entrevista que tuvo
con 6l, trat6 do escudrifiar su grado de culpabilidad
on el crime, y tanto Jo logr6 que volvi6 al Palacio
Presidential IlevAndole A Don TomAs la impresi6n de
que Juliin era inocento. Don Tri' .. E-1.l,1. IlPalma
entonces firmO6 su indulto, que yo tuve cl gusto de
Ilcvairle a(l ondenado.
Y, efectivamente, eli ro era inocente; pero no
se vino a poner de in.i...l ,.. hasta que lo pnsieron
en Capil)a, que se decidio A revelar el verdadero an-
tor del erimen. IIabia sido un h[ermano suyo. He aqui
el motivo de su silenci(o: no habia querido compro-
mctoirlo. Y lo que diO lugar al error judicial.
,JuliAmn le habia vendido al ehino unos haees de lefia,
y al reeibir su imported parece que se lo viA sacar de
un areOn( dolnde supuso que guardaba :,; dinero,
ique cometi6 la imprudencia de contarselo A su herma-
no, en cuyo cuarto pernoetaba, y que A( .ste so le ocu-
rrio entonces robitrselo, sin decir, nada A Julian. El
case Cfu qcue al dia siguiente, at anochecer, el chino
,,,.' asaltado, tratado de robar, y come opusiera re-
sistencia, asesinado, poar ilt individuo de la raza de
color cuyo rostro y e:statura coincidian con los de Ju-
lian. (Coao se habia deslizado sigilosamente en lla semi-
oscuridad del crepisculo, por detrAs del chino, aga-
chAndose, y no lo vi6 nadie, mas que dos negros viejos
(cue vivian con el chino, ia stos lespareci6 que habia
sido Juliatn, y asi lo dcclararon bajo juramento, por-
que, en efecto, lo creian d.e buena f6. No conocian al
hIrmnano, pero ambos se ,pareeian tan extraordinaria-
imente que casi s61o diferian en la estatura, y por
haber entrado el agresor agachado, tambiin ella les
pareeid la misma. Ademins se encontr6 el uoehillo con
que fu6 matado el chino, escondido, aun tinto en su
sangre, entire las vigas del techo del cuarto del herma-
no, donde se sabia que habia dormido Julian la noche
del crime.
C(on tales elements, quedo plenamente conveneido
de su culpabilidad el Tribunal. g'C6mo no hlabia de eon-
denarjo ? Ni JuliAn ni nadie habia dirigido la mcnor
aeusacin contra el verdadero author. Y (Iue o fu6
no qued6 duda. 1l mismo lo confess, pues and6ndo el
tiemipo hubo de cometer un secuestro. Estuvo con ese
motive alzado, pero al fin fue preso y Ilevado a la
( .... Alli no s6lo reve16 toda la verdad en cuanto
al sceuestro, sino respecto del asesinato del chino.
iSin ..1. i I-... nunca pude conseguir la revision de la
senttentia condenatoria de JuliAn. Ni intentarlo si-
quiera. Poer deficieneias do nuestras Leyes. Do que, al
cabo, le fu6 fatal. La pena de cadena perpetnua por la
(que so Ie conmut6 ]a do muerte no pudo soportarla. A
poco de estarla .- i 1' ,n muri6. Era muy pundono-
roso, sus nobles sentimientos se habian puesto bien








DIALRIO DE SESIONES DEL SENADO 23


de manifesto con sa abnegaci6n al dejarse condenar
antes que aeusar al hermano. Pero ademrns su con-
ducta habia sido irreproachable hasta el dia del cri-
men. 4 Aquel indulto de qu6 le sirvi ? 1ien so puede
decir que le fu6 inu til. I',.il.l. 1 no se habria
imuerto si hubiera salido del Presidio. Result, de
consiguiente, para l6, tanto, o acaso mAs irreparable,
el perjuicio de la pcna de cadena que la de muerte,
porque al fin 6sta so le conmut6 por aquilla, pero bajo
su peso de todos modos muri6, quedando, prActica-
mente, sin reparaci6n alguna el error cometido con l1
por la condena.
En el otro caso, qule he ofrecido citar, no bubo nin-
gin. muerto. 'Sin embargo, en el fondo es quizas to-
davia mis terrible: Un joven ddl foro tiene un serio
disgusto con cierto Abogado, A consecuencia del cual
se queda con el1 hondamente disgustado. Y siendo tal
el estado de su animo se lo encuentra un dia por la
cale en que por eaisualidad portaba un revolver. Se
lo habian dado para que coino miembro de una 'Mesa
Electoral pudiera en las eleeiones (ue acababan de
..*I. I, n defenders en easo de una agresion, y pre-
eisarente aquel dia lo levaba consigo para devol-
verlo. Apenas le vid, por lo mismo que el encuentro
fu6 inuprevisto, sinti6 de repente estallar en su pccho
toda la indignaci6d de la ofensa que ercia de 61 ha-
her recibido, y despu&s de cruzarse entire ambos unas
palabras, 6 de dirigirsela.s 61, sac6 el revolver y 1e dis-
paro un1 tiro, que finicamente le caus6 una herida tan
sumamente love que no guard cama y de ella sanu en
seguida. La Audiencia lo conden6 por disparo de arma
(de fuego A un afio, oecho meses y veintiin dias de pri-
siin correctional, pero establecido por cl Fiscal recurso
de casaci6n, sosteniendo que era el delito cometido el
de homicidio frustrado, el Tribunal Supremo, del que
formaba a la saz6n part el padre de la victim, amn-
qne no de la Sala que conocia del caso, decclar6 con
lugar el recurso, condeniandolo a much mayor pena;
en mi concept, y en el de otros letrados, con evidence
error. Eso le hizo tal efecto que se le trastornaron sus
facultades mentales, y aunqu.e algin tiempo despu6s
fu6 indultado del resto de la pena que le quedaba por
unmplir, no ha recuperado todavia por complete la
raz6n perdida. Y es un padre de numerosa faminlia,
q(ue sostenia con su trabajo personal.
Yo quiero que se me diga si este error no es tanto
6 mas irreparable que el otro.
Sn. GOMvEZ: i Ese se puede curar!
1SB. MazA Y AmTooA: i Ah! ;,Se puede curar! pero
no se ha curado ni se sabe si curarA.
Supongamos, sin embargo, quie e cure; podra( ga-
narse la vida como antes? Seguramente no; porque
bien sabid'o es que quien ha estado loco una vez, no
inspira la misma confianza respect de su razhn, que
quien no ]o ha estado nunca. No le serA, pues, dable
library ,su subsistencia y IBa de su familiar, de la mismna
manera que si no hubiera tenido nunca perturbadas
sus facultades mentales, ya que encontraria mayors
obstile'los para ello. .ln.i... Ii 1o rechazarian 6 ]e ce-
rrarian, sus puertas, temiendo que se le volvieran a
perturbar y .1.1. I..! .1. encontraria trabajo. Creo
que este perjuicio es bien irreparable. Se ve c6mo
todas las penas, unas mias y otras menos, seglin s'u
clase 6 importaneia, pero absolutamente todas, euan-
do equivocadamente se imponen, causan 6 pueden
causar perjuicios irreparable y que el grado mayor
de la irreparabilidad no esta por eierto siempre cm>
la de muerte?


Por mi part preficro que equivocadamente me qui-
ten la vida ( ue equivocadament e m tcngan en-
corrado durantc mnuchos afios. Y me parece que lo
mismo pensaran todos mis companeros, porque entire
las torluras de una prolongada reclusi6n, con todos
los vejimenes inherentes, y la grande, poro ripida
conmoei6 enn que casi sin darse uno euenta, se pierde
la vida, ningfin hombre digno titubearia en optar
por esta fltima.
SE. GOMEZ: Yo lie estaldo preso, he llevado eadena;
pero conserve el nomero uno iy soy Senador (Risas).
SS. I1 Y Airo'.;: g Todo eso no fur por un no-
bilisimo ideal, que al fin ha visto realizado? Pues
delo por bien empleado. La reparaci6n no ha podido
ser mayor para 6l Sr. G6mez. Pero se trataba de de-
litos politicos. E1se no es ninguno de los casos a que
nos estamnos i5. i i. 11.. Ni es ningfin argument en
favor de la abolicion de la pena de nmuerte para los
delito, counties! Volvamos, de consiguiente, A nues-
tro tema.
Para terminal este extreme de mi refutaci6n, le
recomiendo al Sr. Fernandez un pArrafo ded notable
trabajo presentado por cl ilustre jurisconsulto 'Ma-
nuel Cossio, al Segundo Congreso Penitenciario cele-
brado reeientemcnte en Espafia, en el que sostiene que
los yerros que se cometcn alaplicarse la pena de muer-
te son muy excepcionales, pues en esos casos se re-
doblan los esfuerzos por esclarecer la verdad, resultan-
do asi menos frceuentes que los *. ,', -';..., euando
ocasionan ampultalciones dolorosas y coimplicaciones
mortales 6 los ., 1i .... -. 'Si 6stos no pueden servir de
fundtamennto para desacreditar la 'Cirugia y proscin-
dir de ella, que tantos servicios presta diariamente,
no deben aqucllas sor bastantes para abolir la pena de
muerte.
TambiEn nos dijo el Sr. FerntAndez que eran mas los
pueblos que la habian abolido que los que la con-
servaban. Segfin como haga la cuenta, porque la que
yo he hecho me permit asegurarle que es much ma-
yor la poblaci6n del. undo en que se encuentra es-
tablecida la pena die muerte que aquella en que no lo
esta.
SAeaso Inglaterra, y Francia con toidas sus colo-
nias, Alemania, Espaia, !y los Estados Unidos de
Norte Am&rica, con excepcidn de los cuatro, Esta-
dos qu le e mencionado, no son ya casi mAs Ide la mitad
del g6nero human? Aun suponiendo que en todas
las demis naciones so hubiera abolido la pena de
muerte, que todavia (luedan algunas, como ]a nues-
tra, en que eso no ha sueedido, siempre vendrian
a former la minoria d(e la poblaci6i total *.,i globo
terrraiqueo. 1He aqui lo que qquise decir al Sr. For-
nindez. Ademlis, fijese e n, que entire los pueblos
que no la ban abolido figuran hos que mins han es-
tado, y no por eso dejan doe seguir estando, A la eca-
beza de la civilizaci6n. Pl'or qu6 esos no han de ser
los qIue con su ejemplo nos inspire?
Si. .. : iPueblos con viejas tendencies y viejos
prejuicios! La han abolido los pueblos nuevamente
constitnidos en naeionalidad.
Sn. MAZx Y AwroL.A : Uno de ellos, Estados Uni-
dos de Norte Amirica, esta constituido shlo desde
hace pooo mAs de un siglo, no tiene viejas tendencies
ni viejos prejuicios, y easi todos sus Estados con-
servan la pena de miuerte.
Rcspecto de todos 1'os otros no es tampoco asi, Sr.
Gi06inz i No seanvos con i'l., injustos Casi todos esos
pueblos de viejas tendencies y viejos prejuicios han








24 DIARIO DE SESIONES DEL SENADO


avanzado much en todos los 6rdenes do la vida, han
roto con muehas tradiciones, en algunos los hombres
son l: libres y el respeto al derecho ajeno ha ilega-
do 1. alcanzar el mis alto grado......
Su. MORALBS: Inglaterra fusila al J. i. de los Ir-
landeses y desp.uds concede amnistia a los demois,
porque las razonoes political asi lo aconsejaln!
SR. Y AnTol : No creo que debamos ahora
ti0rane a colaciOd lo q(ue algnnos de los Gobiernos de
esas naciones hayan eoeho 'a tal respcto, y menosl
ese dato do la condlucta que particularmento h'a
observado higlaterra en circunstancias tan excep-
cionales como las de una sublevaci6 on rn edio de
una guerra exterior, porquie ello no destruirh lo que
vengo sostenicndo, que se refiere A delitos connnes
y a situaciones normales, mientras, por otra parte, es
un precedent que acaso no convendria '.c!gar entire
nosotros en e'stos mnonentos. Y no digo mils por no
entrar en el anAlisis de otra cuesti6n lue, como ya he
nianifestado, consider inoportuno 6 impropio tratar-
]la dentro do este debate.
Y, por fltimo: el Sr. IFernandez apenas si le conce-
did importaneia co0to argument a couanto alogun res-
poeto de esas ejeeuciones clandestinas quo vuel'ven A
estarse practicand(o en los campos d.o (',1', casi con
la Imisla freeutencia 6e impunidad Jquie eu los mis os-
curos ticmpos coloniales, porque no vcia la ,rl i. ,,, I
qiue eso pudiera toner en el mantenimiento de la pena
de muerte. No si eomo a una intelige'ncia tan licida
comio la dol] 8. Fernain'dez ha podido ocultsrsele toda
la perlinencia de tales alegaciones. Unicamente me
lo explico por la falta de claridad al expresarme, en
que aeaso ineurriora.
Acaso es .punlto (d' duda que la pena do muerte,
qu.e nosotros ,aboli6ramos por la Ley que propone el
-,. Ferriandez, 6 por cualquiera otra, solo serial aque-
lla que hboy los Tribunales de Justieia puedcn im-
poner, a virtud do un regular process, on que se in-
vestiguen y depuren, cuidadosamente, los hechos, en
que acusadores v defensores del reo, p(iblicamente,
aporten sus respectivas pruebas, emitan sus informed
antes de la seitencia y agoten despu6s los various re-
enrsos que contra ella las Leyes les dan, sin enyas
resolueiones no puede procederse a su aoumplimiento?
Y es ecquitativo que impidamns cque sea aplicada en
esas condliceiones, mientras la 1 .. 1.... i :subsistente pa-
ra los roos d., aquellos process elandostinos?
L No, tanto equivaldrxia A suprimir linicamente todas
las garanlias de justicia, oen su aplicacin, desde el
momento oin (ue A la par nada hacemos I* .... que n(
siga impon iendose sin ninguna, subrepticiamente, i
espaldas do los Jueee.s y Tribnales y de las mismat
Leyes? Al cabo tendrit que convenir conmigo el Sr
Flearnidez, en iqe eso constituiria la mayor de las in
justicias.
Pero hay ailn mas. No sllo no Ilegaria la acci6d
humanitarian de nuestra Ley hasta los ;,?..l.. cuya!
vidas estAn amenazadas, o puedan estarlo oni lo fu
turo, por esos process clandostinos y suma.risimos
sino que con ellal .--. -i ... .. l. a mayor defense qu,
hoy ticoen, pues, sabido es, como ya he dicho, qu
para (lqien so siente inclinado a matar, lo flnico qu
detiene su brazo homicide es el temor de ser a su ve
matado.
Anmtnque ito fuca s qe ra 100s c(11 para intimidaicin d
esos q(to asi se arrogant la faoultad t(lo hlaer la just
cia de mayor traseendencia, biCen valia l'a pena de de
jar la do inurto on nunestro C6digo, porque ol. future


siempre es contingent, aleatorio, indeterminado, y
mientras alli so mantcnga, de sus fan.ios no desapa-
reoerd aquel temor del todo, pues, por muy poco avi-
sados que fueron, deberan pensar quo si oste 'Gobierno
ha hecho, hasta ahora, do ella, letra mnuerta, no dejando
cumplir nunea las condenas on que1 los Tribunales la
han imputslo, pndiera no star muy lejano el dia en
que al propio (obierno le conviniera mudar do con-
dueta y ojec0utalr ]as sueesivas 6 en qtu, inrsperadoa-
monte, otro Io sucediere, que no fuese de su Imismo
pensar y sentir ei la material, quedando, en uno, 6 en
rotro caso, ,1... ;., los efectos do tan several pena.
Dl)spuds *do estas aclaraciones ospero 1que el Sr.
Pcrnfiardct: no seguira dudando quoe as observaciones
a quec so refieren tienen much importancia, den-
tro do este debate.
Y con csto le .1I t1 rmn ino a mis 1t I;Ii ...I..., aun-
que algunas mans podria hacer, ]por(tque disiento bas-
tante de otros juicios emitidos por el Sr. Fernan-
dez, en Ia primera parte de su diseurso.
No asi, por cierto, respect de la segnuda parte, en
que hia expucsto con tanta eloeuencia, con tanta bri-
llantez y c01n tanta altura de miras y tan elevados sen-
timientos, los ideals que en estos monimntos noble-
mente lo aiimant por la isalud del pueblo cubano, pues
en todto ello me siento con i, ;.I. I '. .i-... Esas misnas
ideas, auniiue no dichas, naturalmentte, con la misma
gallardia y eloeuencia, hube do cmitirlas reeiente-
mente eln Ina reunion de Senadores y Representantes
del Partido Conservador, mereeiendo el bcneplacito
de no pocos de los correligionarios alli presents, lo
ique, uniido los aplausos (iue tan justamente aqui se
]e han dirigido, indica que on csos ideals el Sr. Fer-
namnez y yo no estamos completamnente aislados dentro
do nuestro partido. Y siondo tailbi6n, como tienen
que serlo, las aspiruaciones del Partido I-l .i!, de-
bemos abrigar mlny funddaas esperaizas de que muy
pronto oecarnen en la realidad. iOjalg asi suceda
para tran<|nilidald de todas las coneiencias! 1861o en
la mayor concordia y la mejor armomia de las volun-
tades cubanas y en la mias complete confianza de los
nnos en los otros, podri cimentarse, para nosotros,
un1 seguro y risuefio porvenir!
SR. IPm.;ipENTl (UNlEZ) : Alg6n otro Sr. Sena-
dor desea usar de la palabra?
(8iloe'ncio).
So pone a votaci6n la totalidad.
s S. MAZA Y ARTmoL: Pido votaci6n nominal.
l S. P'RISIPENTE (NtO-EZ) : Los seCtores que digan
o qne si, votaran a favor de la totalidad.

s (Il O/ici l l. dloz, lo.n 1 l, votaci',. Dijeron
Sqcue si, los N,'es. Ajuri, Alberdii, (~(dilo, Feirnndea ,
- F. Goicoechea, OGnwce, Jones, Morales, Gon-
zalo I'6rz, PIoria, Ri'ero, SNva'rz, Torriente, Yero,
i Garcia Osrnw y Guevara, Dijo quoe no, cI Sr. 1, ,'
s y Ai ola).

S, il'1sormNTt (N ) : Resultado de la votacion:
e Die z siiete que si y u(o que no. 1Ha sido aprobada
e la totalidad.
e e va ia leer el articulado.

(El, Oficial, Si;. M3ioz, leyendo) :

Articiuo 1 --Queda abolida la pena de mnerte..

o Su. iPIIEsm~DNTE (NiNEz) : 0So pone a discussion.







DIARIO DE SESIONES DEL SENADO 25


( Silencio ).
Seo apruebai ?
(Senales ,, 'i. 1,t ... ).
Aprobado.

(El C0/' .' 8r. Mu(oz, leyendo) :

Artieulo 2"--' In todos los casos en que las Ieyes
de la 'Repiblica estableeen la pena de muerte, so en-
tenlderfi sustiluida por la inmediatamnente ;l I;....

iSu. i'i i i :. l: (N0CiEZ): I. pone a discusidu.
(Silencio).
,Se apruebai ?
'(SeiLaes ..." .. ).


(El 60; :.,, Sr. Mlw oz, leyendo)

Articnlo 3'"--Esta Ley empezara ial regir desdc su
publicaci6n eji la Gaceta Oficial .de la Reptiblica.

iSn. I'!..,' in i., (NuIEz): 'Se pone A discusidn.
(Silencio).
I Se aprueba?
'(Seilales afirmativas).
Aprobado.

(El Oficial, Sr. M .: leyendo) :

Comisidn de Relaciones Exteriores.

Ai, S;ENADO:

En sesi56n ,elebrada el 1i;., do la fecha por la Co-
misi6n de Relaciones 'exteriores, sc adopt el acucrfdo
de elevar al 'Senado Ja I"onencia, cmitida por el 'Se-
nador Sr. Cosmn e dela To rriente sobrc el Proyecto do
Ley del Senad'or Sr. Wifredo eorunandez y otros Sres.
Senadores, cojicediendo A los funcionarios consula-
res de la Repuiblica acr editados en los paises belige-
rantes y sns colonies, asi comno los Cancilleres <(iue
sirven en los mismos raises, un treinta por ciento de
aumento on sus respectivos sueldos mientras (ure la
actual guetrra y hista seis meses desput s de firmnado
el Tratado tic Paz (ie lao tcriine, recomendando su
aprobaci6n.
Palacio del Senado, HIabana, 28 de Mayo de 19)17.
MA. M. Coronado, Seeretario.---Vto. Bno., Cosme de
la 'Torrienle, 'Presildente.

A la Comisid'n de Rel(aciones Exteriores.

El que suseribc, nombrado l'onente por esta (Joni-
si6n para dictaminiar sobre el Proyeeto de Ley tdel
Senador Sr. WVifrodo F.ernandez y otros Sres. Sena-
dores concediendo a los funeionarios consufades de la
Repfiblica aereditados en los paises beligerantes y
sus colonies; asi como a los Cancilleres que sirven en
los mismos paises, un treinta por ciento de aumento
en sus respectivos sueldos mientras dure la Guerra
actual y hasta seis inses despu6s de firmado el !Tra-
taido die Paz que la termine; tiene el honor de ex-
poner lo siguente:
Siempre ha sido .!iii. 11 la situaci6n de ]os funcio-
narios del servicio .exterior ide la Repiblica y espe-
cialmente la de los C6nsules y C(ancilleres debido A
que por lo general sus cargos no estuin debidamente


retribuidos, sobre todo si se tiene en cuenta lo que
ganan los funcionarios de esa clase do otras naciones.
D)ebiudo a esta nccesidad, de tiempo en tiempo, so
han presentdo ien el iCongroso iProposiciones de Ley
para aumentar dichos sucldos y no ha much tiempo
11eg6 .a votarse un I'royc yto vetado por el iSr. Prte-
sidente de la Rlepjiblica en que se anuentaban los re-
foridos sueldos, debiendo advertise qaue en cuanto a
los inismos no verso dichio veto.
De algunos .- aci el enearecimiento de ]a vida
es uon fenmcn |eno une preocupa grandoemc nte t todos
los '.I. .. i ..... y ha obligado y obliga A los mismos
a mejorar la retribuciodn de los empleados publicos
y e'-peeialmente A I ,s (que prestan. sus servicios en el
extranjero en las carreras Diplomiatica y Consular.
La gran guerra en (fque toman part tantas Nacio-
ics y entire ellas todas las granides potencias y en la,
(que junto con. los I FI .... (Inidos van entrando mu-
clias de las Naciones de Aneorica, ha encarceido de
Uin moldo tal las subsisten ias n to I o el orbe, qcue
puede afirmarse qlue los Iluncionarios ldel servicio ex-
terior dle Cuba estai. suifriendo inecsidades sin cnen-
to debildo a sus escasos suekilos, no s6lo los que resident
ie Ins paises beligeruantes sino aon acluellos que pres-
tan sus servicios en los paises (ue todavia no han
eiitrado en la guerra.
A remedial sus necesidades lihain tendido los 'Men-
sajes de 20 de Junio y 5 de Novicembre del pasado
anio del senior Presidente Ide la toepiblica, dirigidos al
(ongreso y A esa mis no i,, se i s la Pro.
posicii6n de Ley de nuestro ilustrado comnpafiero el
Sr. l'ernindez y de los otros qiue con 61 han firmado
.,.i ,, .'l l ,
A I estudiar los antecedlentes necesarios para emitir
csta lI'onenicia el 'Senador (que suoscribe ha llegado a la
conclusion de (iue el auiinento (iue so propone para
los .lincionarios consulares y los; cancilleres que pres-
ilan ss servicios en oIs paises beligerantes, es de
todo punto indispcns-able eonccderlo; porque, comio
i'mly bien se hace constar ein e p)ieamiiibulo ,de la Pro-
wpsiciOn .de Ley, la vida so ha encarecido enorme-
miente en los paises en guerra; p)ero (lue el Congreso
no Inlede inenos de tellner ell cienta (flie (en la mlisma
dificil situacidn so eneinentran a(ueiloas ique sirven
('o los i'aises Escandinavos, en Suiza, en Ilolanda,
en 10spaiia. y en los Estados Unidos ain muachoo antes
de haIilr 6stos entrado eo la guerra y ien easi todos
los paise.s de Ain6rica. Las eartas que sobre esta cues-
.idn ha venido recibienido onlstantoemente cl que in-
'ornma, las (lue obran en poor e do nlehos de nuestros
comlpaieros d(el Senado y los iinformes existentes en
el )epartamento de Estadlo, denmuistran que el au-
mento do stieldo debe acordarse cuanto antes, no
solo para los funcionarios y empleados (iue sirveni en
los paises beligerantes, sino para todos los Diploma-
ticos, (C6nsules y Cancilleres de la Rlepubica, muchos
do los cuales no pueden ya decorosamente vivir en
los poises done se encuentran sirviendo.
A juicio del que suscribe sc Ilenarian niejor los
propisitos del .Sr. Fernandez y nuestros otros com-
paileros recomendando al Senada iun poque1ilo aumen-
to de sueldo para todos los funcionarios del servi-
cio exterior de la Repitblica y quc podria ser de cin-
cuenta pesos mensuales, 6 scan seiscientos pesos anua-
les, para los do cada categoria. Asi los .ii.i'i ... Ple-
niotediciarios tendrian eineo mil seiscientos pesos
anuales de sueldo en vez de einco mil, csto es, lun doce
por ciento de aumiento; lo; .\ln.i I,. residents cua-







_____ 1IA.RIO DE SE1SI r-I;,Q '1-.'. 1LEKNADO


tro ril seiseientoos pesos en vez do eiatlo iail, esto es,
un quince por ciento de aumento; los Secretarios ide
rimnera Clase cnatro mil doscientos pesos on vez de
tries nil seiscientos, esto es, un diez y scis sesenta y
seis por ciento de aumento; los SStc'retrios de Se-
giunda ('I d dos mil seisei.ntos p)so n ve- de
dos iiil pesos, 6 sea un treinta por ciento do au-
mnito. Los 'C6nsulecs (Gaeneratls, on vez do tires mil
pesos quo cobr]an. abora, cobrarian tires mil seiseion-
tos, csto es, se Ic's a.umlenltalia 1111 veintO por eiento;
bs :'( '. de )iPrhier.a, los q1ue so les pa.ga ac-
tmilniente dos mil cuatrodientos pesos por anfo, re-
cibirian tires mil, es decir, un aumiento de veinte
y eineo por ciento; a los '(iInsules de SRegunda, q(ue
percibeu uin sueldo de dos m1il pesos, recibirian dos
mil siscientcs. estio es aun treinla Ipor ciento do
a:inento; los Vice-TC ..... ,, ., los que la ,Ley les
asigna una dotaci6n annual de rmil oehocientos pe-
sos, recibirian dos ail cuatiroeientos, y por lo tauto
verian auinentado su sueldo on treinta y trees y mi
tercio por ciento, y los Cancilleres le Primora, obli
gado s ti vivir miserablemcntoe n cua ,lqier lugar 'del
lmundo en (1ue prestein su' servicios (con los inil dos-
cientos pesos al -' que cobran, 6 scan cien pe-
so;iu mensuales, recibirian inil olchocientos pesos al afio,
esto es, 1un aumlento dl cincilienIta por ciento, ai)rove-
cblludose esta oportunidad para suprinir la categoria
dte Cancilleres de Segunda, puesto jlque s6lo quedan
tres de ellos en el servicio exterior de la Iepiblica y
tiindoseles a istos para ]o sceesivo el. mismo sueldo
que A los otros, manteniendo i1na solar case de Can-
(illeres en el servicio exterior, con mil oclocientos
p(sos do sueldo annual.
Seg6n los datos i l i .'.,... al ii ue suseribe por el
I)epartamento de E'stado, talctahuante existen diez y
sis ministros 'l. .I ... .; tres Ministros Re-
sildentes; tres Secretarios tde riimcra il ': ; nueve
Secretarios de .,' I ; y trece o6nsules 1oe-
neralaes; veiite y dos ('..i I It de rimera Clase, eua-
renta y seis de Segunlda, veinte y cineo Vice-C6nsulos
noventa y seis Cancilleres de Plrimerila i< y tres
dte Segunda, ,6 s6aanse doseientos cuarentla y seis fun-
cionarils de esas categ'orias I)or lo que el a.nmento de
seiscientos pesos anuales par1a eada uuo montaria
A eiento cuarenta y sicte mil seiscientos pesos anua-
los y con la diferencia do doscientos pesos al a1io por
caida uno de los tires Cancilleres de .Segunda que se
equipararian A los otros I anlcileres, tendriamos vn
gasto total al afio de $1.18,200.':0 solre el que alora
gasta la Repdiblica retribuyenodo lalamenteo A sus
Cuerpos Diplom'aticos y Consuilares. Es decir, que1
para todas estas ateneiones, que -e. part trata do
remediar la atinada, Proposici6n de I.ey de nuestro
muy active y laborioso compafiero cl sofior Fernln-
dez y los demis que con 0 l han b ..i la Proposi-
ci6n, el Estado recargaria s6lo 1s presupuesto de
gastos en eiento cuarenta y oeho mil doscientos pesos
al aeio al proveer A la nocesidad imperiosa de que
les mfncionarios de 'Olba en el extranjero no s6lo
no pueden subsistir sienmpro decorosamente, sino que
en los miomentos critics actuales de la tremenda con-
flagraci6n universal en que todos nos vemos envueltos,
no sufran algunos de ellos y sus familiares las penn.
lidades sin cuento 11que estan I.if, ni a por la enorme
alza de la subsistencia en todo el mundo.
'Cree tambiin el que suseribe, coineidiendo en esto
con algunos sefiorcsI de la Cornisi6n que Ic h1an 11amado
sobre ello la atenci6n, que es convllienltei que so .leis
Je en el sentido do que ningnfll j i ....'..(. 0 del seo-


vicio exterior pueda comncizar a cobrar sus sueblos
y gastos de rcprisentaci6n mientras no haya llegado
'1 Ingar dIonde deba prestar sus servicios.
SiR. AL'.i Y A lT"'A: P'ido que se lea el Proyeeto
de Ley.
SiR. 'P'lll I:Sl;.I1NT!; (NIREZ) : *Se S va a dar lctutra al
Proyeeto.

( Ojicial, ;I". I ui)oz, leyendo) :

IRSO10'ECTO DE LEY:

Artic' 1 '--)Dsdo e ; primero ldl ines siguien-
te a la fe'hai de la p'romulgaci6n do la prcsente Ley
oi la :C(cc '! O(fi'ci(ia de la Repfblica, se aumientarA cl
sueldo amal do los finciionarios del s.rvicio exterior
i, la iisima in i iorma siguiente:
Los 1 i.. i,, leniipotenciarios periibirAi cineo
*!l sei,' ln l,(;s pesos.
Lo(s niiistrc:s rsidcntes, euatro mi s('iscientos

];Los ,,',,tarl'iOs d Primlera (Clase (eilatro lnii dos-
ciel ls pesos.
os '-crletarios do ( 1 dos m il soiseion-
I ts p{sos.
TLos (:CiH i es nerales tres mil seiseiontol pesos.
Los (1'ui',tl S" d(1 'lriTnera tres mil. .
LIos (ilmiil es do Segundda, dos miil Seisciontos pesos.
Los Vieoonsii'ules dos mil c(atrocientos pesos.
Lo ('Ciicilleres, mil ochocientos pesos.
Arlticulo 2 I--lDesde que comience A regir lo dispues-
to en el arliculo anterior, habral nna sola nlase de
Cancillecs en vl servicio exterior lde la lpilblica,
i])r 1o cmu1 los de Segunda existlntes Oltoinces (que-
dtain eqliti1iparados a. los de IPriilnea y A1 t:odos so los
deHnciioiiini solumente '"Canciller" Jo misi o i los
qlite jpston l servicios en las Legacioneilsq (lnce on ]os
iConsul ados.
Artliclo E 3- -'. autoriza a] :1;.. i. 1 para disp(o-
nr do 1 o,;s i'ord.os (iute sean necesarios para, cl et*unipli-
mintit ." in pr]scnite s Lv 1iaMta que o1s ed dilt.s a (me
la niisima se refierc queden1] inclueidos eor los Presupucs-
1:Ns an !nles doel stado.
Articulo A "-Desde la fecha de la pro iulgaci6n
di hi presente Ley iinguna persona noiral.da para cl
servicio exterior de la Rpepinlica coiiteiiira pcr-
(:ill, el snicll y los gasios do represeniiitci6 que les
(icorespondla sineo de0de el d di a en ie' ll,'ue al Ju-
g'nr c'n quc deIla prestar '.us servicios. Se enteliderAi
liuc de'sd ese dia 1Ia tollado i pospsion y elintoIies el
Podc! Ejecutivo disponidra (quj s les alonIen sus
suieldos y gastos de representae Ci e.or'wspondientes
has ta do trcinta ,dias seg-ii. la diltaneia y el tiemnpo
emplniado en el viaje.
i.a 'Co(misioiu no obstante resolvei.
'ala.cio del .. I Iabal a, mayo 25 de .1917.
Cosine de la To'rriente.

MR-',. PTomE..lnt'': Pido la palabra.
>ui. 'uisi1N'e[- (N'M'.z) : La time (el ir. Torriente.
Sn. 'iTiu:xiErN':: Srcs. Senadore,-: C-omo acaba.mos
i air, cl P i. de Ley de la C'omisidn dc Rela-
cdoilc, e"t..iores, a cetado taimb in por nuestra Oomi-
sitn dte Hacienda y Presupucstos, es ... sencillo, y
pl taiinto, ien muy pocas palabras voy oexpilicar en
qui conist. Nuestro quierido a yio y ,I. ... i el
s, \Vi ['rdo liernkindez present uln Proyeeo para q'ue
so aumillntaran hasta el, treinta por eiento los sueldos








DIARIO DE S!.'- p'.',:. i!'i,! SENADO 27


de aquellos de nuestros fuceionarios consulares que
se encontraran en los paises en guerra; pero Ja ('o-
misi6n do Relaciones Exteriores (ule presido, al estu-
diar la n ciestin, se encoitr6 con que habia paises en
guerra donde la vida resulHaba nmas barata que Cn
otros que no estaban cn guerra. Por o; id ., on Es-
pafia, los sueldos de cualquier funeionario nuestro d(l1
servicio I)iplointico 6 Con'su iar, disminnyen n cr n
quinee por cienta, por las coud.lic erCs ac tales de lo'(
cambios. ln Franeia un funlcionario de n yestro ser-
vicio reeibe nt quince por 1 into do aumento por el
cambio, y como en Francia, 1. ias se ban regulado
por sn gobic'1no, por razin dc la gue1rra, los preios d(e
las subsistencias, un C(6nsul, (n e rtos moneientos pl(ie,
estando esa Naeidil en guerra, vivir alli mils f1gcilhuen-
to que on 1 1 *'.. Asi, por ejinplo, un funcion;rio
n.uestro en ( (que no eiita en( guerra, vive rnal
con el sueldo (ue lah ep1blica ide Cuba le paga, y en
la Isla de Iuerto Rico, que lp'1rtcece los '' I I-
Unidos, y (lue por tanto, esta en guerra, la vida re-
sulta relativainente barata para los (COnsues Cuba nos
alli acreditados
Plaero i.s eneontramtos tainbid:i con liue durante
various afios so habia tratado ,do a;mnetar a mristro
servicio exterior en algo sau dot1ai6n, y la comrnison
lleg6 a esta conclusion (que Iparlco just y equitativa:
haeer nl aurnento relativarmente grande ,a los funi-
cionarios do( la ifltima categoria, i, los C ,; ,e', Y
un aumento insignificant I' los 'llncionarios ,de la
primer. Av los M1inistros, y a i cn( uu aunmento ide
seiscientos pesos en eada categSoria, los 1Cancilleres
en vez de cien pesos mensualeni recibirin ciento ein-
cuenta y los -1 .r os (que hoy gIlanai cino mil pesos
recibiran oiinco mil seiscientos. Pir'opone0os po1r eso
un aumento ;,. .'1 para todl las as eategorias; cada una
de ellas rocibir' sciscientos' pesos ai1s. Nos encontra-
rmos tambidn con el absurd do que existian dos cla-
sos de .(aneilleres, de primer y de segunda, y (Iue
de esta filtima categoria no (jquedan ma (que tires, coi'
]a dotaei6n ... .. ..... "' de oclhenta, y tres pesos men--
suales. Los lhemos equiparado A todos yen lo stuesi-
vo no hab!ai mais que una clase do ( ., el (1
servicio exterior de la, Riepfbliea. Y i, indieacion de
uno de los mibembros do nuestra C(ornisi6n, del.
Gonzalo Peroz, ineluimos un arliculo cn el Proyceto,
lue l6 habia iropuesto ya en otra ocasion, ordueando
que nuestros -'ucionarios diplomi;fiicos y consulares
no percibal sIuldo ni dotacio6 de ninguna clase mien-
tras no tomen posesiOn de su cargo on el Ingar do su
destiny, yv puldirdo doespuils ido esa posesidon l : -
cutivo aboilarles sus haberc1e lhis;a do treinta dias,l
para que no so di ,ol cl cas, que todos homos visto, de
que se queden aqui, dcspu6s de ser nonibrados, mesesc
y meses los i'uncionarios, percibiendo sus sueldos y
gastos de representacion. e
Los aumentos (que leeo mliedamIllis rcprcsentanl poc
mfs de eiento earentl a mil pe.sos (en nucstro servicic
exterior: pero nuestra recaudaciin es tan grande pot
rentas consulares, q(ue Ist;(s (i)r1, n l)ronto el au-
mento (quel propolnemos
*Por todo to qlue dejo expuesto, recomiendo que
so accpte el Proyecto eomo 0l han redactado las doto
Com.isiones, la de Relaciones Exteriores y la de Ha-
cienda y Presupuestos, para que pnteda enviarse A Inl
Calnara de Representantes antes de cer'rarse esta Le-
gislatura y sea aprobado alli en seguida, ya que s(
trata de una verdadera necesidad para nuestro ser-
vieio exterior.


I.. l)iin' (j, So i ebi)I'1101) la tota-
lidad?
jSc lllcr- (T:i,rbi'h 1/il'((5
Aprobada.

(Ell OfAW Nnl j, )' y~ld)

AIMticntlo I' I )sc eci dia printemli( (del 1l(s siguclj-
o h1 la h 1h illd a (l1(ulgaci~i (I' Ia prlcsento Ley
Onl I1 (Sl (, (('Jldoi dC1e la iiR( hoa, li .-a so i 0lnentar11 el
ieldlo anmlaI tie los ftumbolnlai'a,', del s"Adi('j(o OWterior


Los hiist ra's II. .;. ; p' ereibirianl
,s ., esidentes . . .
Los Sccretarios de else . . .
os '. : .. ... de 2 clase . .
lho,,.6nsules '. .. .. .
Ios 'Cnsules de I' (lase . . .
Los (cnsules d 2 ( . .
Los Viceeonsules. . . .
Los (Cancilleres . . .


. .I i .. .1
-i lu I'
4 '" !I!,1 i, )


3,000.00
2',' I iii 111
2,400.00
1 I.r ..n l


Si. PI1SIUKNTKI (NORicz) : ,- pone a discusi6n.
(Silencio).
SSc aprneba?
( .. .. '.. ....).
Aprobado.

(Il Oficial, Sr. M. l... ePyendo):

Articulo 2i.--l)esde j que comiience ., regir lo dis-
pues;to en el articulo anterior habrib una sola clase
do (ancilleres en el service exterior de la Repiblica;
por lo cual los de segnnda existentes entonces, que-
daran equiparados a los de primer y 1i todos se les
denominari solamente Canciller, to mismuo A los que
prestan servicios en las Legaciones (qu en los Con-
sulados.

Sin. PEsiDm'NTE'l ('., I ): So ponoe discusi6n.
(Silencio).
SSe aprueba?
(Seinales afirinativaws).
Aprobado.

(El Oficial, S,. M leyendo) :

Articulo 3"-'Se- autoriza al i., ,; ivo p1ara dispo-
lnr dl los fo1ndo's (qi e sean nocesarios para el cum-
pliiniento d:e la present( Ley hasta, que los cr6ditos
a que lla mismas so 1. i.- .. puedan inclulrse en los Pre-
,si]lnuesto(s anua'its del Estado.

Si. PRiESilDENTE (N'ur:z) : Se pone i discusion.
(SHilencio).
Se aprueba 1
( eSRe ales ; ....n4.. : .).
Aprobado.

(El Oficial, Sr. Milwoz, .....' .):

Articulo 4--D)esde ]a focha de la promu11 gaci6n de
la present Ley ninguna persona nombrada para el
servicio consular de la .Repfiblica comenzarh a perei-
b1ir el sudldo y los gastos de representaci6n que les co-
rrespondan sino desd0 e el dia en que llegue at lugar en








28 DIARIO DE SESiONES DEL SENADO


qlue deba prestar sus serviCios. ,Se cAtender(ir que des-
de ese dia ha tornado posesion y cntonees el Poder
I i ,nvo dispondria que so les abonen isus sucldos y
ga'stos de repr;eseltacidn correspondientes hasta de
treinta i; seg'ii la distaicia y el tiempo empleado
en el viaje.
,S, PRUSIDENTE (Se i ) Se pone "I disnsiii6l.


(Silencio).
SSe aprueba?
,(Scnalcs .... ; .. ).
Aprobaida. Y (queda apinobado el P'royeto de Ley.
Se levainta la Sesion.

(Eran las site y cuarto).


Imp. Rambla, Buuza y C0., Pi y Margall 3i y 35.--Habbna.




University of Florida Home Page
© 2004 - 2010 University of Florida George A. Smathers Libraries.
All rights reserved.

Acceptable Use, Copyright, and Disclaimer Statement
Last updated October 10, 2010 - - mvs