Group Title: Diario de sesiones de la Comision consultiva de la republica de Cuba bajo la administracion provisional de los Estados Unidos.
Title: Diario de sesiones de la Comisión consultiva de la república de Cuba bajo la administración provisional de los Estados Unidos
ALL VOLUMES CITATION PAGE IMAGE ZOOMABLE
Full Citation
STANDARD VIEW MARC VIEW
Permanent Link: http://ufdc.ufl.edu/UF00072609/00109
 Material Information
Title: Diario de sesiones de la Comisión consultiva de la república de Cuba bajo la administración provisional de los Estados Unidos T. I-IV Año de 1907-1909 Núm. 1-336 ..
Physical Description: 4 v. : ; 32 cm.
Language: Spanish
Creator: Cuba -- Comisión Consultiva (1906-1909)
Publisher: Impr. Rambla, Bouza y c.a
Place of Publication: Habana
Publication Date: 1907-09
 Subjects
Subject: Politics and government -- Cuba -- 1906-1909   ( lcsh )
Genre: non-fiction   ( marcgt )
Spatial Coverage: Cuba
 Record Information
Bibliographic ID: UF00072609
Volume ID: VID00109
Source Institution: University of Florida
Holding Location: University of Florida
Rights Management: All rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier: oclc - 29601887
lccn - 41035171

Full Text














DE LA


COMISION CONSULTIVA DE LA REPUBLICAN DE CUBA

BAJO LA ADMINISTRATION PROVISIONAL DE LOS ESTADOS UNIDOS


TOMO IV ARO DE 1908


N(UM. 298


COMISION CONSULTIVA

Sesi6n ordinaria del dia 16 de Octubre de 1908

SUMARIO

Apertura de la sesi6ni.-Lectura y aprobaci6n del acta de la anterior.-Lectura de una comunicaci6n
de la Junta Central de Beneficencia solicitando que los directors de instituciones ben6ficas, sean,
a la vez, Secretarios de las Juntas de Patronos.-Se acuerda que pase a la Subcomisi6n de la Ley
OrgAnica del :Poder Ejecutivo.-Continuaci6n del examen del articulado del Proyecto de Ley Or-
gknica del Poder Ejecutivo.-Discusi6n sobre el articulado presentado por el Vocal Sr. Coronado,
relative al Departamento de Instrucci6n Pfiblica.-Informe de los sefiores Lincoln de Zayas y
Francisco de Paula' Coronado.-Suspensi6n de la sesi6n.


A las cuatro p. ml. ocupa la presidencia el Coro-
inel E. H. Crowder y declare abicrta la sesi6n, con
asistencia de los sefiores coniisionados Winship, Co-
ronado, Montoro, Viondi, Carrera Jfistiz, Regiife-
ros, J. G. G6mez y de los sofiores Lincoln de Zayas
y Francisco de Paula Coronado.
Ruega al Sr. Secrctario de lectura a] acta de la
sesi6n anterior.
SR. J. G. G6iMEZ: (SECRETAR1I) : D)a lectura al
acta.
SR. PRESIDENT: (CORONEIo E. II. CROWDER):
SSe aprueoba el acta?
(Seiales afirnmativas).
Quoda aprobada.
SR. J. G. (6MEZ: (SECRETARIO) : Sc ha recibido
una comunicaci6n do la Junta Central de Bencfi-
ccncia, solicitando (lue los directors de todas las
instituciones -.. ''! -, sean, a la vez, los Secreta-
rios de las respcctivas Juntas de Patronos.
Pido que pase a ai Subconiisi6n de la Ley Orcgfi-
nica del Poder Ejecutivo, para su studio.
SR. PRESIDENT: (COROXEl, E. 11. CROWER)N :
Sec acuerda de Cen.ii,,i'il,; 1 con lo propuesto por
el Sr. J. G. (6mez?
(Seiales n.ii: ,, .).
Queda acordado.
Cada mienmbro de la Comisi6n ha recibido un
ejemplar del Proyecto presentado por el Sr. Coro-
nado (M. M.) sobre Instrucci6n Pilblica, y yo de-


searia saber si ha sido estudiado y si se cst oen con-
diciones de entrar en la discusi6n del mismo.
Su. VIONDI: Yo no ie podido estudiar, aun la il-
tima part, porque ayer me pas6 todo 0l dia reali-
zoindo un studio sobre marcas y patentes.
Sit. RIEGiiE:LEROS: Yo confieso que no he tenido
oportunidad de estudiar ese Proyecto.
iSn.. CJ. (. 6MEZ: (1 ...i i i 1.1): Yo si lo he estu-
diado y me parece una obra detenida; pero cam-
bi)Ja ra dical mento nuestra organizaci6n de la ense-
fianza y estdi redactado en un sentido contralizador
absoluto, que es con Io que no estoy de acuerdo
SR. PRE,:II):DENTE : ( (ORONXlji E. 1:. CROWDED):
Yo no estoy convencido de qlu este proyecto resul-
to menos costoso al Tesoro que el actual. Yo
he hecho un resume de los ftuncionarios que nece-
sitaria esa Ley. La ,,r I Central constarA del Se-
cretario, Subseeretario, dos Inspectores generates,
cuatro Jefes de Secei6n y trece de Negociado y un
Consejo Nacional, los que recibiran una dicta do
cuatro pesos por dif, aunque eston percibiendo sa-
lario del Estado. El personal del interior constant
en seis superintendentes provinciales, cada uno con
dos inspectors; cada distrito tendra un superin-
ten(ente, no s4 el ninmero de inspectors; cada dis-
trito su administrator. y un nuimero iln.lfinid., de
inspcctores y tambidn inspectors pedag6gicos, to-
dos reeibieldo sieldos. No estoy seguro de que es-
to proyeeto nuevo no necesitaria mlas dincro que el


I~ 1_1 I__II_ ~ _I~ I _ __ I~-~-~-----~--0~-llIU


E M
M M0 M
u1AR10Am Dt


SES10. ES








242 DIARIO DE SESIONES DE LA COMISION CONSULTIVA


actual; estoy convcncido de que ]a manera en que
se ha redactado la Ley ha sido buena y con bastan-
to cuidado. La Ley es sim6trica y los poderes que
delega estan muy bien expresados; pero no lie po-
dido encontrar en esta Ley ninguna disposici6n que
transfiera los i.,...--. do las juntas actuales a Il-
glin otro organismio; es decii, que se destruyen to-
das las juntas escolares, y los deberes que ticucn no
pasan a iingun otro orgailismo. Yo descaria que
los quo han propuesto la Ley, expliquen a la Comi-
si6n sobre esta material, para demostrar si he en-
tendido el asunto bien o no.
Sn. CoRONADO: (.\I '.0UEL A11aiA) Pido ]a palabra.
SR. PRESIDENT : (CORON EL E. IL CROWDER):
Tione la palabra cl Sr. Coronado.
ISa. CORONADO: Que esta cuidadosamente redac-
tado el I... -I... si por cuidadoso se entiende ha-
berse dedicado a un studio detenido, creo que lo
esta, que se puede deeir quo lo estA, porque hace
diez dias que vengo ocuptndome del asunto, con
la, valiosisima cooperaci6n do mi herinano, cl Su-
perintendcntc Provincial de Instrueci6a Pitblica de
]a Habana. Asi se ]o hube de decir desde aquella
fccha al Sr. Gobcrnador Provisional, indic6ndole la
conveniencia de que nos diera el encargo de refor-
mar Ia Ley escolar; en vista de que cl tiempo nos
apremiaba y de que nuestra atonci6n se dedicaba a
otras cuestiones prefcrentes, r.,r,. 1i,..,, a un tra-
bajo quo podria llamarse "do .:,,.11ii. ..-.. de lo
hecho" con el prop6sito doe vitar, Jo mis possible,
alterar la Ley escolar; y que lo que nosotros redac-
tiiramos :ii .i susceptible de la Ley del Podor Eje-
cutivo como organizaci6n do la Secretaria do Ins-
trucci6n Phblica. Las observaciones que ha hccho
cl Sr. President son de dos classes. La primer se
reficre a lo que pudidramos llamar la economic del
Proyeeto; en ese sietido yo iba a milnifestar ayer,
que la adopci6n do este proyeeto so traduciria en
economic para el I. -rI, el Presidente expuso
dudas respect a este punto, y yo me permitiria su-
plicarle que autorizara a los sefiores Zayas y Coro-
nado que con mayor conociiiento del asunto de
Instruccion Pliblica nos podrian decir lo que costa-
ria la implantaci6n de este iproyocto.
Sn. PRESIDENT: (COROm E. II. CROWERm)
Yo tendria inucho gusto en oir a los sefiores Zayas
y Coronado, pero tambien tendria gusto en ver un
informed de ellos manifestando la cantidad asignada
a los diferentes pucstos; por cjemplo, hay una see-
ci6n de contabilidad en este proyecto que tiene cin-
co negociados, mientras en los otros departanientos
hay un solo negociado de personal, propiedades y
cucntas; mientras no veamos los sueldos quo so
asignan a e(,da uno de estos negociados, la Comi-
si6n no puede saber cuAl seria el aumento del pre-
supuosto. El proyeeto trata do nombramientos de
nuevos emIpleados que boy no hay.
La contesitaci6n del Dr. Zayas que podria con-
,veicer a la (Comisi6i seria presentar uiin i. I- .
to con arreglo a este proyeeto que nos demostrara
si habia aumiento o disminuci6n de gastos.
Cuando yo someti a esta Comisi6n te proyecto so-
brc el Departamento do Estado y Justicia hice cl
presupuesto correspondiente para convencerme de
que no se hacia aumnoto alguno.
SR. CoROvAno: (1M. M.) : Yo I he e dado menos im-
portancia a lo que podriamos l1amar la organ iza-
ci6n interior del Departamento, para ocuparme de
lo que podrfamos llamnar su orga'nizacidn exterior;
esto es, lo que se refiere a la .-- !'i i. ,.


Ahora, a mi me parece muy oportuna la indica-
ci6n del Sr. President, y me parece que se nos puc-
d( indicar cules serin las economics que con ese
proyeeto resultarain para cl ramo de instrucci6n
pilblica.
SR. I' ...s..: (CORONETI E. H. CROWDED):
Yo no estoy hablando en contra del proyecto. Yo
s61o pido informes. Esta es una de las veces que se ha
presentado un proyeeto organizando un Departamen-
to, quc demuestra un studio cuidadoso del parti-
cular.
Quiero hacerle una pregunta primeramente al
Dr. Zayas, antes do que able sobre el asunto.
SgCuuntos distritos de primcra, de segunda clase y
distritos municipals hay cn la Isla?
Si. ZAYAs: (LINCOLN) : Hay uno de primera clase
en la Habana; doce de segunda clase, y noventa y
coatro o noventa y cinco distritos municipals.
Sn. PRESIDENT: (CORONEIL E. H. CROWDER):
SQud se kes paga a los directors; sueldpo o dicta?
Sn. ZA\vAs: La palabra director os bastante con-
fusa, porque hay bastantes funcionarios a quienes
se les da cste titulo; unos son directors de las jun-
tas y otros directors, por las funciones que tienen.
Sit. J. G. G6l1EZ: (SECRETARIO) : Yo entiendo que
e] director escolar no tiene sueldo.
SR. ,. CA\s: Director escolar se llama en la faba-
a al Sr. ...... que tiene en estos moments cien-
to sesenta y seis pesos, de sueldo mensual.
SR. J. G. G6MEZ: (SECRETARIO) : Pero el director
de Bejuca] no tiene sueldo.
St. ZAYA s: Por eso le dije al Sr. President que
la palabra director, me con'undia un poco: si es
director escolar, director do distrito o director de
instrucci6n.
Sn. J. G. GU6MEZ: (SECRETAR]O) : Esos son funcio-
narios de la admniistraci6n central, esos no son los
iiicembros de las juntas.
SB. } .I I*.- .',! .: (CoRoNE:i E. HI. CROWDER):
Iiigame un resume breve de los funcionarios que
pertenecen al Ejecutivo y tambien de lo que cuestan
las juntas escolares.
SR. ZAYAH : El Superintendente Provincial tiene
ti scieintos pesos mensuales; hay un distrito de pri-
mc'na clase, con un Director con ciento sesenta y seis
pesos; el Sii)erintendente escolar de la Habana,
icine doscientos pesos de sueldo mensuales; no hay
dircetores en los distritos de segunda clase.
SR. PRESIDENT: (CORONEI, E. tH. CROWDED):
SCuid es el funcionario ejecutivo ?
SR. ZAYAS.: El Prcsidente de la Junta es el fun-
cionario ejecutivo; no se le paga sueldo.
Los miiembros de las juntas no cobra nada; los
Superintendentes reciben, desde cien pesos hasta
ciento cincuenta; los Secretarios de las juntas per-
ciboi desde cincuenta pesos como minimo, hasta
ciento cincuenta como miaximo.
SR. J. G. (G6MEZ: (SECRETARIo) : Pido la palabra.
SR. PRESIDENT: (CORONET, E. H. CROWDED):
Tiene la palal)ra el Sr. J. G. G6mez.
Sn. J. G. (G6MEz: (SECRETARIO) : La cconomia cs
la siguiente: cl Secretario de Instrucci6n Piblica
en materia de instruccion primaria es el Jefe, 61
nombra seis superintendents provinciales. uno pa-
ra c(da provincia, que son sus delegados, 6stos divi-
den sus provincial en distritos; el mismo consejo
de Instrucci6n Pilblica do esta manera scri un cen-
tro burocribtico.
Sn. CORONADO: Son diez, incluyendo al Secretario,








DIARIO DE SESIONES DE LA COMISION CONSULTIVA


SR. J. G. G6MEZ: (SECRETARIO) : Yo quiero hacer
notar quo esa Junta es burocrhtica; tienc site miem-
bros que son empleados do la administraci6n cen-
tral: el Socretario y los sois superintendents pro-
,vinciales, que son los mismos actors y no hay mais
que tries miembros libres, una minoria muy grande,
quo son los tries catedraticos do la escuela de peda-
gogia.
SR. ConoN DO: (FRli \NCIO DE Pl) : PIL) ido ]a
palabra.
SR. PREimDENTE: (CORONEL E. II. CROWDER) :
Tiene la palabra cl Sr. Coronado.
SR. CORONADO: Si la observaci6n del Sr. J. G. G6-
mez so refiere exclusivameinnt a la constituci6n del
consejo national de instrucci6n prirnaria, yo creo
que no habria inconvenient en (que se estudiara la
forma do ese consejo do instrncci6n primaria, con
otros elcmentos electivos en una forma determinada
especial, que contrabalanceara ]a influencia official;
pero me parece natural que a ese consejo national
de instrucci6n primaria lo hayamos llevado, puesto
que tiene un double cartetor tlcnico y administra-
tivo y aquellas personas que por raz6n de las fun-
ciones que desempefian, que son los superintenden-
tes los primeros y los p ..-. ... .. de pedagogia los
otros, tionen una capacidad que no se debe suponer
on el resto de los cindadanos, para resolve esas ma-
terias puramente tienicas.
SR. J. C,. G6MEZ: (SECRETARTO) : YO hacia esa ob-
servaci6n, porque ayer, con ]a simple enunciaci6n
de las ideas que tonia el proyecto, lo combatia por
su gran espiritu contralizador, so me bacia obsor-
var que lhaba una gnaantia may .., i i.1. contra to-
dos los abusos del sistema con la ereaci6n de nna
Junta national de instruccin primaria; pero esta
Junta national no os para mi ninguna garantia, da-
da su composici6n. Abora, su composici6n es har-
m6nica con el sentido del proyecto: es una obra bu-
rocrAtiea, con intenenin 6 puramente buroerAftiea y
contralizadora: esti en armonia con el sistema.
SR. CORONADO: (M. M.) : Cuando Ileguemos en
el studio del proyecto al consejo national de ins-
trucci6n, estudiaremos su composici6n y es possible
que s aceepton las observaciones del Sr. J. G. G6-
mez, u otras anilogas, relatives a ese mismno extreme.
S,. PRERIDENTE: (CORONET El. TT. CROWDED) :
TDeseo haeor una preguntn: si so pnede limitar el
sufragoio on cuanto a una plaza o a nn organisnmo,
por qu6 no puedo haeerse con los deonis?
Yo be ofdo las observaciones del Sr. J. GC. i6mez
y quisiera hacer la pregunta a 61.
SR. J. C. G(6TMEZ: (SECRETARTO) : Pido la palabra.
Sa. PRESTDENTE : (CORONET, ,. 1. CROWDED) :
Tiene la palabra el Sr. J. G. G06mez.
SR. J. G. G6MEZ: (SECRETARTO) : Nuestra Consti-
inci6n organiza una series de cnerpos electivos para
los que establece ol sufragio correspondiente; pero
yo creo que si aqui so declara que no es un or'an
nismo creado por la Constituei6n, no hay necesidad
de que el sufragio sea universal, y en este caso las
disposiciones de la Constitneidn quo so refieron al
"i' ';".. tienen aplicaci6n solo a los organismos que
la Constituci6n sefala.l
SR. VTONDT: Pido la palabra.
SR. PRESIDENT: (CORONE, E. H. CROWDER):
Tiene la palabra el Sr. Viondi.
Sa. ViONDn: El Sr. J. G. G6mez cuando habla del
li, .-.; conisignado en la Constituei6n, se refiere,
sin duda, a 1o que dice el articulo corrospondiente
do dicho C6digo filr.I 1..I. I1 i respect a la Cdmara


de Representantes, a los Consejos Provinciales y a
los Ayuntamientos. Esta cuosti6n es puramente
constitutional; pero hay otra que no lo es y que se
refiere a la manera de clogir las juntas de educa-
ci6n. Hay dos sistomas a ese respect, uno que las
juntas sean clogidas por el Sccretario de Instruc-
ci6n Piblica, y el otro que consist on que sea el
pueblo quien las elija.
Por eso yo entiendo que nosotros debemos votar
y resolve si, dado la indole cntralizadora que in-
forma este proyecto, dcbe o no accptarse en su to-
talidad.
AdemAs, yo quisiera hacer una pregunta al Sr. Lin-
coln de Zayas. El cs un excelente Secretario do Ins-
trucci6n Pdblica y hombre de principios liberals
que ha aprendido on buena escuela, en los Estados
Unidos; y yo quisiera que 61 me explicara por qu6
en este proyeeto supPime todo lo que so refiere a la
intervenci6n popular, como hasta aqui se ha venido
bnciendo.
Y eso, por ejemplo, alarma a un hombre tan sus-
ceptible en rnateria de libertad, como el Sr. J. G.
G6mez y no s6 si ol Sr. J. G. G&mez tione raz6n; pe-
ro si ,vOo que hay aqui una dura, una absolute dura
organizaci6n, de que el Sr. J. G. G-6mez se lamenta-
ba. Y yo pregunto cu]6 e0s osa raz6n (;. .tn.-I para
suprimir la intervenci6n popular.
Sn. INXCOLN DE ZAYA-s: Pido la palabra.
SR. PRESIDENT: (CORONEL E. IT. CROWDED):
Tiene la palabra el Sr. Zayas.
Sa. ZAYAs: Eso punto, sefiores, lo pide ]a dura
realidad. Yo, quizas no pedirfa esto en los Estados
Unidos, seguranmento que no; al contrario, cuando
me toco, por suerle o por desgracia, tomar part
en el establecimiento de la enseoianza piblica en Cu-
ba, traje el modolo vive de lo que conocia allh, lo
que so usa alli y quo tan admirablemente funciona
allA; pero cl resultado no ha sido bueno, y tratan-
do de bacer un bien, aunque no sea popular y la me-
dida no sea grata en los primeros moments, creo
aue debe introducirse este cambio "modus operan-
di" del Departamento, pues veo que por el camino
actnul, ]a instrucci6n pAblica no va a mejorar. He-
mos ido mal; gran part por la I'. i' I; del que
inmerccidamente oeupa el puesto de Jefe, y por
otra par'te, porque el instrument no csta adaptado
a sus fines. Y por la dnra realidad que me viene
encima, y me ha abrumado y me ha echo fracasar,
por eso propongo, con los ultimos alientos que me
qucdan de vida on el cargo, esta modificaci6n fun-
damental, que croo pueda mejorar la situaci6n del
sistema.
SR. VTONDT: Una pregunta. g El m al nace del siste-
ma electoral, o de los individuos elegidos? Corri-
giondo este sistema por ejemplo, podrian nombrar-
so mejores personas que las qne constituyen esas
juntas de instrueci6n.
Sn. ZAY\s: Voy a scr un poco descort&s, poro pre-
fiero scr sincere; hasta la fecha, no he visto en Cu-
ba ningin org'anismo popular, quo haya resultado
bheneicioso; pero coomprendo que en otras parties de
la vida national, seria acaso hoy muy grave sino
impossible, tocarlo en el sentido de restricci6n, pero
las juntas de edueacidn, que no tienen otra partici-
paci6n que el nombramiento do conserjes y maes-
tras, una vez al anlo y que el Estado paga todo, el
local donde so rounen, ol papel y los so)bes que
usan, los sellos, los archivos, los armarios, todo lo
pana el Estado v por esta raz6n, y otra do mayor
alcancc, que lc dan la competencia para ello, claro








241 DIARIO DE SESIONES DE LA COt'M i.cr~ CONSULTIVA

esti qnue el Estado tiene el deredho de vigilar para blica y yo quiero quce ] me diga si es o no cierto
que esC dinero no sea conipletamen e perdido. qie pasa las trcs cuartas parts de sn tiempo pi-
Si juntas hay que do los trescientos sesenta y cin- diendo que las juntas complain con su dober. Jun-
co dias a. afio, ,lo utilizan un dia, ,,para qud? I' .. tas bay en ]a Provincia de la Habana quo no so han
sefiores, hasta la fceha, lo utilizan para colocar sus rounido en tires aiios, y la Secretaria ha tonido, con-
amigos o parienles o correligionarios,. tra today Ley, que nombrar nuevamente a los maes-
SR. CARRERA JLsTIZ: Pido la palabra. tros que estaban encargados de ]aalas alas en cur-
SR. PRESIDENTE: (CORONEL E. II. CROWDER) : SO anterior hasta tanto que la Junta so rcuniera e
Tieno la palabra el Sr. Carrora Jfistiz. hiciera los nombramiontos definitivos. Pues bien:
SR. CARRERA JUSTIZ: Yo creo que es una oportu- ni por eso se han rcunido esas Juntas.
nidad utilizable para darnos cuenta de esto, que yo Por todo eso, lo que nosotros ,venimos a .ii.... ar
;. oxpresar con claridad. Parcoe ser que se es que lo actual no rosulta y que, por tanto, es ne-
trata (d un sistemra en descredito y que la experien- ecsario, cs iuprescindible .....1.i i1l..
cia aconseja trocarlo por otro; yo me permitiria ro- El Sr. J. G. G6mez dijo antes, y dijo con raz6n,
garle al Sr. Zayns, y que de una mailer tan )brillan- que casos habia de i. d .i ; ... i do la Secretaria y
te e-xpresa sus ideas, que (ii. i. un poeo mis expli- hasta de presi6n. Todo cso es verdad, y todo eso
cito en lo siguientc: primero, en darnos una idea, puede repetirse en cualquier moniento otra vez, ya
por breve que ifuera de la actual armaz6n, que .con fun- de un lado, ya de otro. Y ello s0 debe a todo lo quc
damento 61 critical, y alguna raz6n por la cual ha ya lie dicho. Hay que no olvidar quo nuestro pue-
surgido ese descridito por virtud del cual cree que blo, por desgracia, no esta preparado para ejercer
no da resultado en Cuba. Todo eso nos interest y la Iunci6n que se le ha asignado; el puebblo no ama
nos ilustrari y dara base para discutir y resolve. la cnsefianza lo bastante para hacker una verdadera
Esta es la opor-..... 11 .I m1ns propicia para hacker (so. seleeci6n a la hora de clegir las juntas de educa-
SR. PRIESIDEN'TE: (COnRONEI E. 11. CROWDER): Ci6n. De mnanera que lo actual es inalo, muy malo.
Tambidn de qu6 modo un s6lo hombre puedo ei.- Se habla de restringir el ... i .i:_;. en cuanto a cso
cer los deberes del cargo que ahora tione esta Jun- y yo digo que tal vez esa media no sea bien aco-
ta. Yo cntiendo perfectamente c6mo una Junta gida por la opinion, a ntis de no rmejorar el sistema
puede ...1.1.1 a un accrdo y cntiendo que las jun- pv-obablementet. Repito que el pueblo no ama lo
tas tienen powder para acordar, pero no es comuin bastante la ensefanza para escoger bien a los que
que se le de esta f'acultad: a un hombre s61o, y por ban de desempcfiar las i'i,..-i"'. de caracter es-
tanto, deseo saber si este sistoma que se propone es colar.
practice. SR. J. G. (6iMrE: (SECRMTARTIO) :Pido la palabra.
SR. 1ANCOLN DE Z7AYAS: 1ido la palabra. SR. PRESIDENT: (('ORONE, E. IT. CROWDER):
SR. PRESIDENTIa :: (COHONEA, E. II. CROWDER): Tiene 1a palabra ol Sr. J. G. G6oez.
Tiene la palabra el Sr. Zayas. SRn J. (. (l6MEZ: (S:CRETARIO) : Ayer yo tuve
SR. LINCOLN T)E ZAYAS: Las juntas de educaci6n, oportunidad do decir quo real y positivamento es-
segin estan actuallnente constituidas, son las que taba de acuerdo con la opinion general respect a
nombran los mnestros para servir lslas las existen- la I. I ..... i i de ]a mayoria de las juntas de educa-
tes; este nombramiento no es lib6rimo, solamente ci6n; no cstuve del todo conformeo on que cso se de-
cicrtas personas estan capacitadas para desempe- bier a las juntas e indiqu6 que hubo un period en
fiarlos y por esto la selecei6n no es tan dificil. Una nuestra historic en que ellas parccian funcionar to-
persona culta, de antccedentes pedag6gicos, ilustra- do lo bien quo podia esperarse de un organismo nue-
da y honorable, puiede hacer esta seleecid con g'ran vo en nuestro pais; pero que luego, por aquella de-
oficacia, con mis 1, .. i, que un grupo do seis, ocho plorable .- i ( de apasionamiento politico que en-
o diez personas: la Junta tione personalidad juri- venein today nuestra vida national, desde lo alto y
dica y como tal hace los contratos de los maestros que llovd la political a las juntas do educaci6n, se
y casas, son responsables ante estos nmaestros de Inas las prturb6, se las descompuso completamente; pe-
obras que se han comprometido a pagar. Yo no co- ro yo sefiale y sigo sefcalando el nial desde arriba
nozco el derecho espailol, pero creo que no hay difi- y no desde abajo; pero en este moment no voy a
cultad para qu( una persona pueda ejercer estos do- entrar en discusi6n, porque eso no cuadra al objeto
rechos y asumir estas obligaciones. E1 Secretario do esta Junta. De modo que cada cual se quedari
le pone los reparos a todos esos asuntos, que son de- coni s1 punto de vista para sostcnerlo en la prensa
tables en que so pierde much I:. I ...., porque las o en la tribune, como mejor le convenga; pero con
juntas no se reuno en determinadas ocasiones y lo que yo no estoy de acuirdo es quc para subsanar
oeneralimento s61o por interests de personas. la deficiencia, el fracaso de las actuales juntas de
Otras obligaciones que tineiin y pnieden scr esti- educaci6n, nosotros patrocinemos este proyecto. Es-
madas por personas de reconocidal competencia cs te I.. .. ,I. esti refiido con todo lo que ha caracte-
la de decidir una discusi6n entree un director do es- rizado la obra (d esta (Conisi6nr Consultiva y este
cuela y un subordinado. proyeelo no o1 va a haeor Fulano ni Moengano, si-
Yo comprendo que al iniciarse el sistema pudie- no es una obra de la Comisi6n Consultiva yen lo
ra haber lhabido mantra de que una persona sola On- que a mi toca, no quiero cargar con la responsabili-
eargada del asunto hubiera !. .1;1.. abusar s o sus dad, como mienbro de la, Comisi6n, porque voy a
iacultades, pero ahora el que va a ...:. i el plies- dccir to siguiCento. Nosotros nos hernos encontrado,
to ya ticne la pauta de1 lo que debe hacer y con la el din que nos rounimos aqui, con una multitude do
organizaciln actual cl que quiere cumpliHr cumnple leyes y organismos de nuestro pais, que so decia,
y cl que no quiere no cumple. y con razon, que im I.. n.-, i.,,n mal y hemos refor-
Esos son defects que constant teoente entorppe- mado esos organisms. Por ejcniplo, nuestros ayun-
cen la march (del Departamento. Yo tengo a mi tamicntos eran ials os heclio una Lev Mu-
lado. aqui, a un distinguido amigo. competento nicipal que pasn como buena, que esta acogida por
funcionario del Departamento de Instlucci6n P1- el pais como excelente y por el extranjero alabada,








DIARIO DE SESIONES DE LA COMISION CONSUILTIVA 245


inspirandose en los principios que inform nuestra
vida constitutional. Nuestros Consejos Provincia-
les eran objeto de muchos ataques y homos refor-
mado tambi6n su organizaci6n. N.ii.i,- sistema
electoral era objeto de censuras y lo homos modifi-
cado; poro todas estas modificaciones y todas os-1
tas leyes, que constituyen hasta ahora la obra do
la Comisi6n Consultiva ha sido inspirindose en el
espiritu descentralizador do nuestra Constituci6n,'
mejorando lo existente hasta llevando radicalismos
extraordinarios en algunas de esas mejoras, pero
sin apartarnos nunca del espiritu general de nues-
tro c6digo.
Esta obra no cuadra con el espiritu de las que he-
mos hecho; esta es una obra eminentemente do eon-
tralizaci6n. Yo no s6 porque se puede inaginar que
vamos a toner un Secretario miembro de un gabi-
nete politico, que no sea politico; por muy enamo-
rado de la instrucci6n pfblica que cst6, por muy
competent y todo lo que se quiera, no perdera su
earActer politico. Y al decirle a ese hombre: tl co-
ges seis individuos que son tus delegados segin el
proyecto y ahora, da a esos facultad de elegir en
los distritos, que ser6n otros tantos t6rminos mu-
nicipales, un superintendent y 6stos van a tcner
otros delegados que se llamar6n maestros de ins-
trucci6n, todo lo que se relaciona con la instrucci6n
primaria va a quedar encomendado a estos auxi-
liares.
Sefiores: si esto no es querer volver la espalda a
todo Jo que so ha querido buscar en la Rep6blica
cubana, que es el movimiento democrntico de la
opinion rigiendo todos los actos de nuestra vida p1i-
blica, cntonces yo no entiendo esto; poro si lo on-
tiendo, este proyecto esta refiido con todo lo que
constituyc nuestra obra, y on este caso y en este
sentido, na Comisi6n Consultiva no pued.e prohijar-
lo, porque seria la ccnsura de lo. que ella ha hecho,
porque so apart del principio que ha inspirado to-
da su legislaci6n. Yo he rendido cl homenaje de-
bido a la obra, como contextura, yo digo que desdo
el punto de partida initial era dificil hacer algo
mejor que esto; pero es que el principio es malo, y
yo lamento que tanta labor no se haya dedicado a
traer un proyecto inspirado en el cspiritu de nues-
tra Constituci6n y en la tendencia de nuestro pue-
blo, que quiere traer aqui Drincipios fecundos de
democracia en todos sus 6rdenes para irlos descn-
volviendo con nrudencia nara habituarlo al domi-
nio do toda la cosa pliblica. Y, nosotros, por
ejemplo, encontramos en el punto mas pequefio,
nueve individuos para hacerlos concejales y les va-
mos a dar el regimen do las escuelas que es una de
las rams do nl administraci6n municipal. Ahora
se me dice; el sufragio universal e.s incompetent
para eso porque se han de clegir hombros de ciorta
canacidad; bueno. en esto yo entro on una transac-
ci6n sin aceptar la idea de que las juntas no scan
buenas por el sufragio. porque nunca, homos tenido
on Cuba verdadero sufragio, aqui todas las eleecio-
nes han sido falsas, y por esto yo no puedo dudar
de la capacidad de mi pueblo; nero acepto que ten-
gamos en este asunto un poco de prudencia. En os-
to sentido, me opongo al provecto. no a tal o cual
artifllo de 61. sino a la totalidad de la obra y pido
a la Comisi6n Consultiva que no 1o prohije y que siga-
mos nuestros trabajos.
SR. VIONDI: Pido la palabra.
SR. PRESTDENTE: (CORONET, E. H. CROWDER):
Tiene la palabra el Sr. Viondi.


SR. VIONDI: Ademlo s do lo que ha dicho el Sr. J.
G. G6moez, yo creo que si no es inconstitucional es-
te proyocto, se aleja de la Constituci6n, porque al
tratar de ]a instrucci6n primaria saboenos que este
es un derecho do los ayuntamientos y de las pro-
vincias y que micntras no tongan los clementos ne-
cosarios estarAn cn el Estado, aunque el que tenga
quo correr con esa instrucci6n primaria sea el Ayun-
tamiento; c6mo nosotros ,vamos a suprimir por
complete la vida municipal on cuanto a esto, cuan-
do esa vida municipal esta reconocida por la Cons-
tituci6n y inicamcnte declarada en suspense por
]a falta de recursos de los ayuntamientos? Eso se-
ria apartarnos de la Constituci6n y apartarnos mu-
cho.
El Sr. Zayas nos decia quoe 1 era partidario de
esas juntas en los Estados Unidos, pero no en Cu-
ba, porque el pueblo no esta preparado, y 61 so la-
mentaba de eso, para descmpefiar las funciones que
so le asignan. Y yo digo: si nosotros que acabamos
de salir do la vida colonial, c6mo vamos a nadar si
no se nos Ileva al agua? Dontro do cincuenta arios
nadaromos bion, ppero para eso se require quo nos
den los elements necesarios para ello. Es necesa-
rio quoe nsavoeos, de 1o contrario nunca estare-
mos preparados. Esto es claro, esto no puede dis-
cutirse.
Por lo tanto, yo creo que mi proposici6n debe re-
solverse. Yo propongo que se someta a votaci6n la
totalidad del Proyecto del Sr. Coronado. Si lo re-
chazamos por pugnar su espiritu ccntralizador con
las ideas liberals de la Constituci6n, no hay ya que
entrar en su articulado. Pido, pues que se ponga
a votaci6n la totnlidad del Proyecto.
SE. MONTORO: Pido la palabra.
SR. PRESIDENT: COLONELL E. II. CROWDER):
Tiene la palabra el Sr. Montoro.
SR. MOTTORO: Me parec que estamos tratando la
cuesti6n desdc el punto de vista de la teoria y no de
la prlctica. Sc trata de un servicio que estil en un
ostado lamentable. seg in admiten todos y en vez
de buscar el remedio inmediato y ver si es bueno el
aon so propane aquf, nos transportamos a la esfera
de las abstracciones y de los principios en quo pare-
ce inspirada la Constituci6n. cuando ya el mismo
Sr. JT. G. G6moe decia one esta nada dice sobre el
particular porque es material dejada a las discusio-
nes del Congreso, de acuerdo con las necesidades
do cada tiempo.
Si. J. G. C6MEZ: (SECRETARIO) : Pido la palabra.
SR. PRESIDENT: (CORONET, E. 1H. CROWDER):
Tiene la palabra el Sr. J. G. G6mez.
SR. J. G. C6MEZ: (SECETARIO) : Hay cuestiones
que no se pueden examiner tan aisladamente. Por
ejemplo, si en uno de nuestros conflicts so me pro-
pusiera traer a Cuba un Rey, yo protestaria do ello
v diria que nosotros no podemos ni debemos cam-
hiar (l rikiimen republican quo establece nuestra
Constitnci6n. Por eso nosotros nos hemos referido,
de pasada, a los principios ique debon informar nues-
tra legislaci6n ; es por esto por lo que esta material
no es puramente practice como entiende el Sr. Mon-
toro, sino oue so refiere tambi6n a todas las cosas a
quo se ha echoo menci6n aqui. El proyecto no es
en su forma done es d6bil; lo es en el espiritu que
lo informa.
~R. CORONADO: (FRANCISCO DE PAULA) : Pido la
palabra.
SR. PRESIDENT: (CORONEL E. H. CROWDER):
Tiene ]a palabra el Sr. Coronado.








DIARIO DE SESIONES DE LA COMISION CONSULTIVA.


Siz. Cono n\no: (F. ,: P.) : Voy a informar a la
Conisi6n Consultjva, primero, acerca do la actual
organizaci6n escolar; segundo, respect a las cau-
sas que han provocado su descrddito; y torcero,
porque debe suplirse la armaz6n actual por la ar-
inaz6n del proyecto (cue tonemos ante la Cownisidn.
La organizacion actual tiene dos aspects y los
dos son deficientes, corlo voy a explicar. La instruc-
cin n ecosita dos direcciones; uni, la direccidn t&eO
nica y otra, la direcei6n administrativa. En la di-
reccidn tecnica actual, o1 organism superior es 1i
Junta do Superintendentes. K'. organismo, con
excepei6n de cinco de las veinto facultades que so:
Ie dan on el proyccto, tione las otras quince atribu-
ciones. El orgianismo actual, In Junta de Supcrin-
tendontos, se compono del Secretario de Instrucci6n
Pilblica, como Prosidenti y los seis superintenden-
tes provincials como vocals. La Junta de Super-
intendentes, fija las Ilmterias que deben (nseniar-
so on }as escuclas; fija los cursos do studio a qu c
deben adaptarse esas imaterias; aclurdla el 41 1. 11
y los itodos do ensoianza, los procedimienttos que
.debon adoptarse y los lmdios de enscilanza quo dleben
einplearse, resuelve los exidmnes de maestras, d iriie las.
escuclas normalos, organize los eursos de vacancioines y
para no cansar a na !Comisi6n, tiene Ia diraeci6n tecnica
de la ensefianza on today Ia Isla. Los -Ii ,; it... ". I,.
son, coic deaeo s el de la Jnnta de Superilntendents,
los i. F. t6cnicos de sus respectivas provincial, y
tinoen para la inspecci6n escolar un inspector. En
los distritos cscolares urbanos tenemos los superin-
tendentes provinciales, con un nDloegado, que son
los superintmlndntes de i"nstrucio"n, y ostos 1tione
a su cargo la direcci6n tienica de las escuelas en el
distrito; pero como solo hay quince distritos iurba-
nos solo hay quince snperintendentes de instWruc-
ci6n, los noventa y cinco distritos mnunicipales cnre--
cen do superintendentes do instrunecin, no tiopen
quien los dirija direetamento y los inspectors poda-
g6gicos son los (ue una vez cada dos oa tees mcsos'
pasan por las escuelas y dirigen a los maestros. La
raz6n Ps la siguiente: en nl proincin do la THnlana
hay novcoientas dos escuelas, la ciudad de ]a 16T 1- .
tiene troscientas cuarenta y 6stas si estan bien ins-
peccionadas por el Ri.,ii, ,.l I. 1 de Instrucci6n
PMiblica.
El Superintendente de In Habana tiene dos ins-
pectores pedag6gicos en 1n ciudad, ansi s que 61 y
sus dos inspectors tioenll a su cargo unas ciento
dicz alas on cada una; el Superintendente de la
ciudad de Guanabacoa tione enarenta aulas, ast os
que hay trescientas ochenta aulas a cargo de estos
superintendents, Ias quinientas vointo y dos aulas
restantes tiencn que ser inspccionadas por el ini-
co inspector pedag 'gico que hay en la provincin. El
ano escolar ticne !80 d(ias; un inspector pedaop6gico
para ver la labor de un imaestro, necesita pasar dos
dias en su aula, porque todis las natcrias de enisc-
fianza estan, distribnidas alternativaiiento cubrion-
do dos dlias. Como, pues, on eiento ochenta dinsaun
inspector puede inspeccionar quinientas veinlt y
dos aulas? Todas las obras de Pedagogia aconsejan
una inspecci6n direct del maestro para obtener re-
sultadlos do la i ,, 0 Yo recuerdo a la Comli-
sion iquie n la ciud.ad de New York, poe ejctmplo,
hay un inspector general y 6ste tiene cicnto cin-
cuenta y ocho superintendentes auxiliaries, y en ca-
da uno de los veintiTn distritos de la ciudad hay un
superintendent do distrito y pasan do ochenta ins-


pctorpes pedag6gicos que cada uno de estos super-
iraltedentos tieno a sus 6rdenes.
El superintendent de la ciudad de Philadelphia,
ioeso el niii sabio do los de su clase, tiene cinco su-
pr'intenldentes auxiliaries y doce superintendents
de distrito y pasan do cuarenta los inspectors tEc-
nicos a sus 6rdenes. Asi en las demais ciudades de
los Estados Unidos y fuera de Cuba.
En Franci, por ejei'plo, si se compare el ptesu-
puesto de maestros con el de la inspecci6n tB6nica,
se ve que este es mayor que alqul. En la Secreta-
rf, do Instruccii n PMblica existen todas esas obras
que pueden ser consultadas por la Comisi6n Con-
sul iva.
(!on un inspector en la provincial de la Habana no
puledon star atendidas las escuelas. La Provincia
de Santa Clara tiene novecientas nueve aulas. Alli
hay einco superintendclntes de distrito. Estos ins-
incionan iuas ciento treinta aulns y el balance a
nls novecientlas nueve es para un solo inspector. La
Provincia de Santiago d(e (C':l.. tione creo qun dos
superintdedentes de instrucci6n: uno en Santiago y
otro on Manzanillo. No pasan do cien las ns as que
mireJ los dos inspeccionan y la Provincia de Santia-
go ticne sobro quinientos maestros emploados; pa-
rn, las enatrocientas alli restantes hay un solo ins-
pector pedagOgico y Santiago es una de las Provin-
ci(ns; de mas dificil coinmnicacin.
Este hecho deoiuestra quoe a part tecnica de la
ensefianza esti mial atondida por falta de personal
y comno dice el Profesor Baldwin en su obra de or-
yanincinon escolar, todo dinero que so emplea on la
instruccidn pibldica, sin la inspeccidn debida, es ti-
rado por la ventana. Esta raz6n, o este dicho, acon-
soja la raz6n de los q 'i: ... I.,, i, de Distrito
(lne aparecen en la Ley. En diversas ocasiones el
lcnartanmntlo lo ha pedido y ya ostaba casi acor-
dndo, y seo lhbieraestableeido, si la intervenci6n pa-
sata no hubiera conchlido en mayo. El comisiona-
Sdo d eseuclas, entonces Teniente Hanna, tenifa pre-
pnrnit la orden. Tbace poco. a noeo de harbor ne-
nezndo In presented intervenei6n, la. Junta de Super-
intendentes presiidida pr el Secretnrio de Tnstruc-
cion PNiblica, solicit del Gobernador Provisional,
antorizaci6n para presentnrle un proyecto de Ley
scholar; el' S. (obernador contestO que se le pre-
centniri. pero la Juntn comenz6 su labor y a in se-
manli de star trabajando, trees superintendents
nrovinciales expresaron qne sus amicos politicos les
habian pedido que no se oeiparan dol asunto y aquel
provyeto de Lev qnued6 mnerto. :'i- i-, de ose pro-
yefo ha,, o tiene bnstani el proyecto que so on-
cnentron ante Ia Comnisi6n. Yo creo quo con 1o dicho
nueda cornprobiado ono la part tecnica de la edu-
encion es bastante mala; y on cuanto a esto so aca-
bnri de comniprnder si so tiene on cuenta que nues-
tros inMastros no T)rocedon de ninvllna NTormal, nqe
so1n in astros heehos por si mrismos, por sus propios
osfuerzos v one. por tanto, necesitan mis que nin-
gn0os otros, de los conscjos do los inspectors.
En cu;mto a la part adnminstrativo, la organiza-
ci6n es la sioniento: El Secretario de Tnstrncci6n
Pihblio es Ce Jero sufenrieor ndministrativo de la Ins-
trnieci6 Primaria. Esta rnfeultad estaba on el Co-
misionido do Eselilns Pilicas: pero el Presidente
Pallmn. : los nooes diies do su inau'uraci6n, por un
Derelo. s0nrinioi el cargo de Comisionado v lo pa-
s6 il Seoretario do Instrucci6n Phiblica. El Secro-
tario tiene un delegado. agent y auxiliar en enda
provincial; este delegado, agent y auxiliar para el


IsZs,~-r,~nrrusxu~Dr^xr~,~i-r~,rr~


___LI_________I_____________ ~~~~I__~___ _I_








DIARIO DE SESIONES DE LA COMISION CONSULTIVA. 247


gobiorno y administraci6n de las escuelas pfblioas,
scgTin dice la Ley, es el Superintendente Provincial.
Las Juntas de Educaci6n en los distritos son los or-
ganismos locales, y por el articulo 76 de ]a Ley, el
Gobierno que tiene cl Sccretario y sus delegados co-
rresponde por part de la Junta a la dirccci6n do
las escuclas y a la administration correspond el
manejo de las escuelas (son las palabras quc la Ley
oreplea).
Las juntas estAin formadas de ]a manera siguien-
te: En la ciudad do la Habana, con todos sus t6rmi-
nos municipals, hay una Junta, quo es de primer
clase; en las capitals do provincias, en Cardonas
y on Santa Clara y C'. ', i;.,. y en las ciudades
que ticnen mis de diez mil habitantes hay una Jun-
ta Urbana para el casco do ]a ciudad; estas son las
juntas urbanas de segunda clasc. En esos lugares
donde hay juntas urbanas do segunda clase para la
part municipal del terinno hay otra Junta que
so llama "Junta Mn,,Ti,.;1.1". En los demas distri-
tos municipales q ellos por no habor ciudad de mis de tres mil babi-
tantes hay una Junta que se llama "Junta Muni-
cipal".
La Junta de la Habana se compone de ocho miem-
bros. Las demns Juntas Urbanas se componen de
seis. Las juntas municipals so componon de un
numero no determinado d( miemnbros, pero que
no puede ser mayor de quince. Para obtener
cl nuimero de iniembros se divide cl distrito en
sub-distritos, sicndo condici6n indispensable para
que exista un sub-distrito que tenga: priniero, mis
de sesenta nifios de odad escolar, y segundo, que ten-
ga una escuela mixta, o una escuela de varones y
otra de nifias. Todos los miembros de las Juntas
ldben sor elogidos. Los micmbros de las Juntas ur-
banas deben clegirse a la ,vcz que los de los ayun-
tamientos. Las Juntas municipals se eligen en
el mcs de abril. La ley no pone restricciones paia
ser miembro de las juntas; excepto que el Di-
rector escolar on el Distrito municipal resida en el
sub-distrito que represent. En los distritos urba-
nos puedon residir donde quiera.
La otra exccpci6n que marca ]a ley es no star
interesado ni direct ni indirectamente en los con-
tratos de las Juntas.
Esta es ]a organizaci6n actual. El superinten-
donte general dosaparcci6 cuando el Dr. Garmendia
renunci( su puesto. Por un Decreto del Presidento
Palma no se cubri6 el puesto y luego al hacer el
proyecto de Presupuesto el Gobernador Provisio-
nal, no se cubri6 la plaza.
Las juntas de cducaci6n, urbanas, tienen, conmo
se ha dicho antes, un superintendent de instruc-
ci6n. El de la ciudad de la Habana lo nombrai la
Junta de educaci6n de la Habana. Los superinten-
dentes de los distritos urbanos de segunda case,
los nombra el'Secretario de Instrucci6n Pliblica por
dos afios, a propuesta del Superintendente Provin-
cial. La Junta do Educaci6n de la Habana, tiene
ademas un Director escolar, que es cl Fiscal de los
gastos que hace la Junta y cs cl encargado de bus-
car las casas escuelas que se contratan y propone
los conserjes y demAs emipleados con excopci6n de
los maestros. Los dem6s distritos no tienen direc-
tor escolar. Las Juntas de educaci6n do los distri-
tos municipales son los que se ]laman directors de
sub-distritos. Esto es lo que por alguna pregunta
que oi antes, trae cierta confusion entree director
escolar y director de sub-distrito y directors de es-


cuelas. Los deberes de las juntas de educaci6n son
los siguientes: nolmbrar los maestros y maestras do
todo el afio, fijar los sueldos de esos pr..... .r-, con
arreglo al presupuesto que les cnvia el Secretario,
es decir, sin salirse del total que la Secretaria lcs
da, pero para que los noinbramientos scan vdlidos
y los sueldos puedan ser percibidos por los maes-
tros, necesitan la aprobaci6n del Secretario de Ins-
trucci6n Piblica; despu6s de esa operaci6n es cuan-
do se efectian los contratos anualos con los macs-
tros. La Junta de Educaci6n tione este otro deber:
contratar las casas escuelas, arrendar las casas es-
cuelas; pero para que los contratos sean validos ne-
ccsitan la aprobacion del Secretario. Uso la pala-
bra "'Sooretario" porque aunque la Ley dice "Comi-
sionado de Escuelas Piblicas" osa es la que se usa
desdc el afio 1900. Por cl Decreto del Presidento
Palma las funciones del Comisionado de Escuelas
las tione cl Secretario.
Otro deber de las Juntas es celebrar contratos do
servicios, como cl servicio de aguas, el servicio de
traslado del material, ]a conducci6n del mobiliario,
etc., pero para esto necesita pedir autorizaei6n an-
tes al ISccretario diciendole el servicio y el costo, pa-
ra que Ie de el credito.
SR. PRESIDENT: (CORONEL E. H. CROWDER ):
,Y quidn es el (que hace la consignaci6n de dinero?
SR. CoRONADO: Actualmente cl Secretario; 61 di-
ce a cada Superintendente provincial la cantidad
que tiene disponible en su provincia para cada uno
de los gastos de Instrucci6n Primaria. El Secreta-
rio toma por datos para hacer esto el numero de
aulas que hay on eada provincial.
SR. PRESIDENT : COLONELL E. H. CROWDER):
Pero el Presupuesto fija la cantidad.
SR. CORONADO: Eso es solo por este afio. El to-
mnando ese dato decia: aqui hay tal cantidad, para
tantos maestros; proporcionalmcnte para este ni-
mero correspondent tantos pesos. Desdc el aflo ac-
tual se pone en el presupuesto la" cantidad por pro-
vincias.
SR. PRESIDENT: (CORONEL E. H. CROWDER):
Santa Clara con el mismo nfimero de habitantes perci-
be ciento cincuenta mil pesos, mis Ique Oriente.
'SR. '( ..i'.N i..,: Santa Clara tiene novccientos ma-
estros, mas que Oriente, que solo tiene quinion-
tos. En el proyecto de presupuestos so e que el
nuimero de maestros es mayor de lo quc estamos di-
ciendo; pero so debe a csto: cuando so hizo el pro-
yecto de presupuestos sc calcul6 el promedio do
sueldo que ganaban todos los maestros, la cantidad
que correspondia,. pero al aprobar el Sr. Goberna-
dor Provisional el Presupuesto, rebaj6 la cantidad
de dinero sin rebajar cl nufmero de maestros, y en-
tonces se le present este probleina: Si se conscrva
ese numero de maestros hay que darles menos suol-
do que el quc han ganado, poro si se va a dar el
sueldo que ganaban antes, bhay que rebajar el nui-
mcro de maestros que dice alli, por esa raz6 n n la
provincial dc la Habana ha habido quc cerrar este
aio cincuenta y dos aulas, y en ]a provincia do ,..
tiago de Cuba cerca do sesenta escuelas, y en todas
ias demas pro.vincias ha habido tambi6n que eerrar
escuelas.
jEl Sr. Prosidente entionde que ya esti contesta-
da su progunta?
SR. PRESIDENT: (CORONEL E. H. CROWDER):
Si, sofior; muehas gracias.
SR. CORONADO: (F. DE P.) : Volviendo a los debo-
res de las juntas. Despu6s de haber dicho que tie-








DIARIO DE SESIONES DE LA COhISION CONSULTIVA.


non a su cargo los nombraniientos, dobo afiadir que
tienen a sn cargo celebrar los contratos para el
arrondamiento de las casas con destiny a las cscue-
las, asi comio la contrata de servicios, pero -i I...1
con ]a aprobaci6n previa de la Secretaria de Ins-
trucci6n Pilblica.
La otra facultad que les queda es la de dospedir
a los maestros, poro eI ., quo tonga validez la scpa-
raci6n do un maestro os nccesario la aprobaci6n de
]a Secretaria. Esa es la organizaci6n escolar actual.
Las causes del descredito do osa organizacidn son
las siguientcs: las Juntas de educaci6n, y sicnto en
esto contradocir al Sr. J. G. G6mcz, exceptunndo
las do la ciudad de ]a Habana y Catalina de Ciiines,
ninca ban marchado bien. En los archives de la
Secrotaria de Instrucci6n Pfiblica ostan los expe-
dientos i ........ .. por cargo contra las juntas, y
el ailo de 1901 el Comisionado de Escuolas tuvo quo
nombrar una comisi6n para investigar muchos he-
chos que so atribufan a las juntas y, como conse-
oneneia, el. Gobernador A'1,.i i11 General Wood tuvo
quo destituir a veinte y dos o veinto y cuatro jun-
tas. En la memorial del Comisionado de Escuelas
estin todos ostos antecedents.
Anteriorimonte a esta organization los ayunta-
miontos eran quienes nombraban los miemnbros de
las juntas, ipro el rmal resultado de esns Juntas, con
excepei6n de la de la 1Iabana, hizo quo so abandona-
ra ese plan y se estableci6 el que hoy rige; y cl nis-
mo Mr. Fryo en algunos infonues emnplea estas pa-
labras "dar las juntas de educaci6n a nucstro pue-
blo, en sus condiciones actuales, es ]o mismo que on-
tregar cartilogo a niiios reci6n nacidos". En algin
infornne del curso de 1899 a 1900 pueden leerse es-
tas palabras:
Como quo las juntas son electivas y los directors
escolaros dobon rosidir on el distrito que represen-
to la Junta municipal, sc componen cqsi todas de
campesinos; por esta raz6n, on las juntas urbanas
se oncuontran algnos nos unos clementos, pero on
las municipals, la mayorfa son unos ignorantes.
Los Directores escolares han demostrado on 1a prlc-
tica, que no van a las juntas a ocuparse de la ense-
fianza, so ocupan siompre en pro do siis parientes,
o de los parientes de sus amigos. Sin ir mas lojos,
voy a citar un caso que tengo al present on mi ofi-
cina. El Alcalde del Ayuntamientdo1d Bejucal, cs
esposo do una director de escuela del pueblo de La
Salud; la eufiada del Alcalde, es maestra tambicun;
como que el Alcalde lha tonido que pasar su domi-
cilio de La Salud a Bojucal, donde esta el Ayutnta-
miento, han dejado cosantes dos maostras de Be-
jucal, para 11evnr a la sofiora y n la efiada del Al-
calde, alli, a nquel pn1)olo. Las dos maestras cesan-
tes, tienen ocho aiios de servicios.
Otro easo, que cs muy curioso. En la cArcel de
Nueva Gerona, on TIsa do Pinos. babia un maestro
preso, que no era maestro de Tsla de Pinos, uno que
tenia titulo de maestro; la cansa de su prisi6n era
por inmoralidad. Este maestro es primo del Pre-
sident e d ]a Junta. estando on la caireel fu nim-
brado director de la esencla de Nueva Gemona, ciln-
1;'. su prisi6n cl dia trace de septiembre y el diaa
eatorce fui a hacerse cargo de la dirocci6n de la
escuela. Constantnemento se ha estado pidiondo ]a
separacidn de miembros de ia Junta por tenor pa-
rientes empl]eados y mnnehos de estos casos le cons-
tan al querido amigo Sr. J. G. C6moz.
Otro caso raro es (el de un Presidento de una Jun-
ta de Educaci6n de la Provincia de Santa ( .... que
1


so oI ha comprobado que os duofio do varias casas de
l nocinio. Este caso lo tionc delante cl Coronel Bu-
llard, y otros muchos quo pueden traerse ante la
(omisi6n si lo desea y que ascguro pasan do mil en
los nueve anios que levan.
Esto en cuanto a nombramientos de maestros, en
cuanto a contratos de casas, es 1ii. I,.- que un
hombre, miembro do la Junta de Educaci6n ponga
sus casas a nombro de un parionte o amigo suyo pa-
ra alquilarlas al Estado, y cuando so les ha visto en
el Registro de la Propiedad o on el pago de la eon-
tribuci6n que ]a casa es do cllos, presentan un con-
trato privado de venta en el cual aparece la clAusu-
1a doe que ellos segiuiran pagando la contribuci6n.
Este caso acaba do ocurrir con el Prosidentc de la
Junta do Educaci6n de Ceiba, en Camagiiey, y lo
iismno sob re otros servicios. Exceptuando, pues, la
Junta deon IHabana, ninguna otra ha dado realmen-
to resultado, y yo con tristoza declare que realmen-
to seria .lil.-I encontrar personas para sustituir a
los actuales rniembros de la Junta, porque ol mal
estia en a imayoria de nuestro pueblo, que yo qui-
siera que fuera el mans culto dol mundo, pero que
desgraciadame;inte no lo os.
ITa sido tambi6n materia de constantes luchas la
oposici6n de las juntas a la asisteneia a las escue-
las. Las denuncias que presontan las juntas con-
tra los padres de familia demuestran que segdin el
carctetr politico de cada Junta persigue a los pa-
dres de opinion contraria y no a los suyos, y esto lo
miismo lo han hecho los liberals que los conseorva-
dores. Y los hijos de lo.s mismos miembros de las
juntas no van a las escuelas. Esto puede verse en
I:s comunicacionus de la Secretaria.
Esas son, principalmento, las causes del doser&-
dito del actual sistema. Ahora bion, voy a decir,
brevemente. paara no cansar a la Comisi6n, las razo-
nes que recomiendan este Proyecto. La organiza-
ci6n de la Secretarifa. s mais barata que la actual,
porque en la actual existed cl Secretario y ol Subse-
cretario y hay dos jeoFs de seeci6n, y si en la otra
aparlce un i '. do seeci6n mras, ose jefe existi6 siem-
pro lhasta lba(e dos moses: era ol jefe do ensefianza su-
perior, cargo que I I.. p... I,, el Dr. Zayas y
que ha sido suprimido on el presupuesto actual, por-
que el Sr. Zayas sirve los dos. Si la Comisi6n com-
para los Negociados que bay on l. Presupuesto y
los quo aqui aparccen vera que hay menos, y no
seria convenient, coni perd6n del Sr. President,
aneptar una opinion que lo of expresar hace un mo..
monto: esa opinion cra reunir on una persona 1e
cargo de Jefe de personal, material y cnentas, por-
que esa organizacidn que es la quo hasta ahora he-
mros tenido es la que la dado lugar a des6rdenes in-
teriores en cl Departamento, porque es el. mismo
lomibre el que compra y el que se fiscaliza sus cuen-
tas y cl que recibe lo que l1 comnpra. Actualnento
hay quince inspectors administrativos a ]as 6rde-
nes del Secretario y hay los seis inspectors peda-
o'6Ricos que dije antes. Por el nuevo proyecto, que-
dan once inspectors y los quince se reducen a ocho:
seis, no para ca nd provincial y dos para ol Sccre-
tario y asf on los domiis eargos. Los Secretarios do
Juntas de Educaci6n, que va boy todos tienon suel-
dos y la mayor part do ellos tionen solo el cuidado,
desdt doce aulas hasta sesenta, con excepcin6 do
unos cuantos distritos, Holgiun, por ojomplo y la
ejudlad de la TI:abanu. Reuniendo various distritos
en uno, los sueldos de osos varios secretaries darann
para pagar los empleados del distrito; y si las jun-








DIARIO DE SESIONES DE LA COMISION CONSULTIVA 249


tas de cducaci6n tienen cl derecho de variar los 11.
mites de sus sub-distritos, con la aprobaci6n del Su
perintendente provincial, bien podria variar estos
limits, el Consejo Nacional. Un Superintendente
de Distrito daria el buen resultado de que la ense-
n.... i, fuera verdad on el distrito, por su inspecci6n
Y si hay en ]as juntas de educaci6n, quien realmen-
te hace el trabajo y con excepci6n de los nombra-
mientos de maestras en que cada uno de los micem-
bros esta interesado, es el Scrptario de las juntas;
y si en muchos casos el Secretario de las Juntas tic-
ne ,II, "... I bastanto para haccr quc las juntas ha-
gan ]o que 61 quiera, como sucede on muchos distri-
tos, si esto pasa porque en la mayoria de esos dis-
tritos municipales la persona de ccrebro es el Se-
cretario, ~cuial puede ser la oposicion a que descm-
pelic el cargo el Superintendente del Distrito, con
su administrator escolar?
Yo crco que con el plan que so propone, es como
puede llegarse a que puedan existir juntas de edu
caci6n. Las leyes no son ]as concepciones de un
hombre, sino las experiencias de los pueblos. La
Republica que concibi6 Platon, es la Repdblica
ideal, pero esta en su libro solo, no son las republi-
cas que existen; en cada maomento debe haber la
Ley que cl moment require. Si hoy usaramos e]
traje de hace cincuenta afios, se reirian de nosotros,
y sin embargo, ese traje parecia muy bueno on aque-
lla 6poca; si nuestro pueblo no esta en condiciones
hoy para dirigir la educaci6n por mnedio de las jun-
tas, debe darse el trabajo quc necosita para la, 6po-
ca en que vive. Cuando los niflos que hoy van a las
escuelas scan los hombres del mailana, entonces ha-
br~ pueblo para la cducaci6n; pero si hoy cl cam-
pesino dice a las autoridades escolares que sus hi-
jos no tionen que ir a las escuelas porque l6 no fu6
nunca y sin embargo vive, y s6lo quiere a sus hijos
para que trabajen con 61 y le ayuden; jc6mo se le
va a ese hombre a confiar la educaci6n de los de-
mis?; si las escuelas nocturnas quc se han abierto
en el campo para educar a los adults han ii .. ,. i
do y se han tenido que cerrar, g qu6 interns demues-
tran esos campesinos por ]a ensenlanza para former
parte de las Juntas de Educaci6n? Puera de aqui,
en los Estados Unidos, por ejemp]o, dondo todo ciu-
dadano piensa en aprender, dondo los nifios tiencn
gusto en ir a la escuela, porque la herencia le da
cl amor a ella, se explican las juntas de educaci6n.
Hay otra raz6n mis; cn los Estados lUnidos hay
distribuci6n especial para la educaci6n, y aquel pue-
blo, que es culto, clige su Ayuntaraiento escolar,
que es la Junta, para quc inancje su dinero; pero
aqui, done el pueblo no tiene cuidado del dinero
del Estado, donde el pueblo no se ha dado cucnta
do que 61 es cl Gobierno y el Gobierno cs 61, donde
cada vez que se trata de un negocio con el Estado
le piden mas de lo que le pedirian a un particular,
en vez do ayudarlo, no toama la Junta amor al buen
empleo del dinero del Gobierno en las escuelas, si-
no lo que procura es aprovcchar la I .. ill 1. de ha-
cer contratos para obtcner esos boneficios, para sus
amigos, para su familiar y para si propio. (on tales
personas, las Junltas son un paso hacia atrils. Si
la Comisi6n Consiiltiva ha nacionalizado la Sa-
nidad, la sanidad que es la salud del cuerpo, el ma-
yor bien que podria hacerle a la educaci6n de este
pueblo es nacionalizar la ensefianza primaria, que
es la salud del alma.


Eso es todo 10 que tcngo quc decir.
SR. PRESIDENT: ( COLONEL E. II. CROWDER):
Esta cucsti6n de la mala condici6n de las juntas y
Sde la necesidad de reformer la ley, puede discutirse
todavia mucbo mis, pero despu6s de oir las obser-
Svaciones del Sr. Coronado, se ven razones mayors
para la supresi6n de las juntas, mis sin embargo de
reconoceer todo el mal que existed, todavia se presen-
ta la cuesti6n importantisima de si se debe adoptar
o no cl remedio que so propone. Nosotros no he-
rios examinado ninguin Departamento en quc no
hayamos encontrado motivo de reform, pero des-
pu6s de oir lo que aqui se ha dicho, se comprende
quc el Departamento que mns reforms require es
el de Instrucci6n Pliblica y crco que cuando la re-
forma se haga tendra que haccrse segii las lines
que ha trazado el Sr. Coronado; pero segfin el es-
tudio que yo he hocho, ahora no estoy convencido
de que este Proyecto obligue a las i. i,,....
Algunos do los deberes de las juntas locales pa-
sarlrn al Consojo national; algunas :i.-ll.. l.1. I iran
a los Superintendentes de los Distritos. El proyee-
to no es muy explicit en cuanto a las lines divi-
sorias do esos podcres. El proyecto es ,I. I.i. ni en
otro aspect important. Guarda silencio sobre la
inancra corno han de ser nonmbrados los funciona-
rios quc van a sustituir a las juntas. Si ese nom-
bramiento no so guard por esta Ley, podrian re-
sultar abusos n el ejercicio do esa :i.,,.ini i, por
cualquier individuo. Yo creo que si so intent la
reform propuosta en este proyecto, la Comisi6n so
encontrara con un trabajo legislative que durara
muchas semanas y en vista de que el tiempo que
nos queda es muy limitado, me hace detener en es-
te asunto. La Comisi6n ha tonido oportunidad de
enterarse perfcctamente del sistema actual, cl cual
lia sido muy explicado por el Sr. Coronado; la hora
para Icvantar la sesi6n ha pasado hace much y po-
driamos continuar mafiana. Yo, en nombre de
la Comisi6n y en el mio, desco dar las gracias a es-
tos sefiores por su bondad en ,venir aqui a cxplicar
tan detalladaimente y con tanta pacicncia cl siste-
ma y tambi6n por el auxilio que han prestado para
que so verifique aqui un buen resultado en este tra-
bajo; y me es grato pcnsar que la Comisi6n ha te-
nido esta ayida, porque ya sinti6 en muchas oca-
siones la necesidad de la ayuda de los jefes y fun-
cionarios dc otros Departamentos.
Sn. CORONADO: (MANUEL -AI ..i ) Pido la palabra.
SR. PRESIDENT: (CORONEI,: E. II. CROWDED):
Tiene la palabra el Sr. Coronado.
SR. CORONADO: Voy a ilustrar a mis compafieros
con una simple observaci6n, sobre un punto, por-
que supongo que do aqui a la pr6xima sesi6n so ocu-
parin de estudiar el proyecto que se ha prescntado.
El President I ha hlio una observaci6n a su vez,
que tione una fucrza a mi entender, aparentc, no la
que en realidad tendria, si no tuvicra en el propio
proyocto la explicacion1. Parece desprenderse de
sus palabras, que aqui en el Proyecto hay este va-
cio; se supriim algo y no sc sustituyc con otra cosa,
pero hay que :,i -i que se trata del Consejo Nacio-
nal de Instrucci6n Priinaria que tione una series dc
S.. l11 ,i. .. que boy ticne ]a Junta de Educaci6n, la
Junta de Superintendentes, presidido por el Secrc-
tario de Instrucci6n PAblica; y la ultima disposi-
cidn de este Proyecto dice que dentro del tdrmnino
de diez dias se reunirda el Consejo Nacional de Ins-








250 DIARIO DE SESIONES DE LA COMISION CONSULTIVA.

trucci6n Primaria, que seri electivo, si cl Sr. Vion- Habiendo pasado la hora reglamentaria, se levanta
di ]ogra conseguirlo y procederA a redactar ]os re- ]a sesi6n, debiendo rounirnos el pr6ximo lunes a las
glamtentos necesarios para que en el plazo de nueve tres p. m.
dias queden establecidos.
SR. PRESIDENT: (CORONELI, E. H. CROWDER) I (Eran las 6 y 30 p. m.)











Imp. 'ambla, Souza y C.., Obispo 33 y 35.--abana.




University of Florida Home Page
© 2004 - 2010 University of Florida George A. Smathers Libraries.
All rights reserved.

Acceptable Use, Copyright, and Disclaimer Statement
Last updated October 10, 2010 - - mvs