Group Title: Diario de sesiones de la Comision consultiva de la republica de Cuba bajo la administracion provisional de los Estados Unidos.
Title: Diario de sesiones de la Comisión consultiva de la república de Cuba bajo la administración provisional de los Estados Unidos
ALL VOLUMES CITATION PAGE IMAGE ZOOMABLE
Full Citation
STANDARD VIEW MARC VIEW
Permanent Link: http://ufdc.ufl.edu/UF00072609/00104
 Material Information
Title: Diario de sesiones de la Comisión consultiva de la república de Cuba bajo la administración provisional de los Estados Unidos T. I-IV Año de 1907-1909 Núm. 1-336 ..
Physical Description: 4 v. : ; 32 cm.
Language: Spanish
Creator: Cuba -- Comisión Consultiva (1906-1909)
Publisher: Impr. Rambla, Bouza y c.a
Place of Publication: Habana
Publication Date: 1907-09
 Subjects
Subject: Politics and government -- Cuba -- 1906-1909   ( lcsh )
Genre: non-fiction   ( marcgt )
Spatial Coverage: Cuba
 Record Information
Bibliographic ID: UF00072609
Volume ID: VID00104
Source Institution: University of Florida
Holding Location: University of Florida
Rights Management: All rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier: oclc - 29601887
lccn - 41035171

Full Text











D Ig A10 BE


SE L
DE LA


COMISION CONSULTIVA DE LA REPUBLICAN DE CUBA

BAJO LA ADMINISTRATION PROVISIONAL DE LOS ESTADOS UNIDOS


TOMO IV ANO DE 1908 NUM. 293


COMISION CONSULTIVA

Sesi6n ordinaria del dia 9 de Octubre de 1908

SUMARIO
Apertura de la sesi6n.-Lectura y aprobaci6n del acta de la sesi6n anterior.-Continuaci6n del examen
del articulado del Proyecto de Ley Orgdnica del Poder Ejecutivo.-Informe del Coronel Black so-
bre el Departamento de Obras Pfiblicas.-Suspensi6n de la sesi6n.


A las tres y treinta p. in. ocupa la prcsidencia el
Coronel E. H. Crowder y declara abierta la sesi6n,
con asistencia de los sefiores Coronado, Regiicife-
ros, Winship, Carrera Jdistiz, J. G. G6mez y dcl Su-
pervisor de Obras Piblicas, Mr. W. AI. Black.
Ruega al Sr. Secretario de lecture al acta de la
sesi6n anterior.
SR. J. G. 06MEZ: (SECRETARIO) : Da lecture al
acta.
SR. PRESIDENT: (CORONEL E. II. CROWDER):
gSe aprueba cl acta?
(, ,:. afirmalivas).
Queda aprobada.
SR. J. G. G6MEZ: (S,:. Ii i i..) : Pido ]a palabra.
SR. PRESIDENT: COLONELL E. II. CROWDER):
Tiene la palabra cl Sr. J. G. Gdmez.
SR. J. G. C6MEZ: (SECRETARIO) : El Tesorero me
ha escrito hoy, dici6ndome qu e e mandar la or-
ganizaci6n detallada de los servicios de esa depen-
dencia y ademos, algunas indicaciones respect a
posibles reforms dentro de la mayor economic, pa-
ra que hagamos lo que proceda.
SR. PRESIDENT: COLONELL E. 1. CROWDER):
Seria bueno que de esta Ley se sacaran copias y se
enviaran. a los distintos departamentos.
SR. J. G. G6MvEZ: (SECRETARIO) : Yo he mandado
a Gobcrnaci6n, a Estado, y a Justicia, pero a Ha-
cienda no, i.... I de ese D)epartamento nos falta la
Intervenci6n y la Tesoreria quc no homos organiza-
do. Nosotros hemos terminado en el Departamen-
to de hacienda con todas las demis secciones, pero
no con la organizaci6n de la Tesoreria e Interven-
ci6n.


SR. PRESIDENT: (CORONEL E. H. CROWDER):
El Coronel Black quiere examiner el trabajo que
heinos hecho ayer, para hacer algunas observacio-
nes.
Titen la palabra el Sr. Black.
SR. BLACK: .<,' '. -: El articulo 1? del Departa-
iicnto de Obras Puiblicas establece "que el Secre-
tario de Obras Piblicas tendrA que ser Ingeniero
Civil". Yo digo que tendra que ser un Ingeniero
con luces claras.
El Titulo de Ingcnicro no sirve mns que para de-
mostrar que ha aprendido .li-,, ,, cosas; pero el Ti-
tulo de una Universidad no hace ingenieros. Dos
de los ingenieros mis grades, mis ilustres de los
Estados Unidos nunca han tenido titulo; me refiero
a] Sr. Eads que ha hccho las obras de mejoras de la
boca del i( i -.i- pi y el primer puente de San Luis
y al Sr. 'I-... .... que al tiempo dc su muerte era el
ingenicro imejor del mundo en material de puentes,
habiendo otros machos en iguales condiciones.
Cuando se me present alguien para practicar de
Ingenicro eI progunto isi ticne titulo y qu6 sabe
hacer ?
Despues que un hombre ticne practice de diez o
docc afios, el titulo no vale nada.
Hay muchos hombres que van a las univcrsidades
a estudiar la carrera do Ingeniero sin tener aptitu-
des para ella y s6lo van por perfcccionarse en esa
carrera. El titulo dice que el que lo pose ha pa-
sado various examcnes y nada mins, habiendo muchos
titulares que no valen nada cn absolute. Aqui te-
neimos cubanos y americanos sin titulos que son me-
jores que los que lo tienen.


i _~ ~ _I_--------II -I-----~- 111~-_ ----- 1 9 _


SESIONt







212 DIARIO DE SESIONES DE LA COMISION CONSULTIVA.


De modo que yo entiendo que limitando el dcre-
cho de ser Secretario de Obras Piblicas a los "que
tcngan titulo de Universidad reconocida", con es-
ta limitaci6n so puede causar dafio a Cuba.
En Cuba no hay mas quo una Universidad rcco-
nocida que 'es la de la Habana y siento much de-
cirlo: los titulos do ingenicros de la Universidad de
la Habana son los que menos valen de todos los que
yo conozco; los ingenieros y arquitectos de esta
Universidad no salen en buenas condiciones, por lo
cual sus titulos no valen mnucho. Hay en Santa
('I : .,. una Escuela de Segunda Ensefianza y sus ti-
tulos valen mias en ]a prActica que los de la Univer-
sidad de la Habana, porque hay mis prectica y la
instrucci6n es mejor.
Yo s6]o me refiero a los titulos de ingenieros. Hay
muchos j6,venes que tienen aptitudes naturals pa-
ra la profesi6n de ingeniero y pueden toner el titu-
lo de ir: i;,,.-,-., o de arquitecto, o pueden no tener
ninguin titulo, y despuos do cinco o diez .ir .. de es-
tar practicando todo el timcpo, valen much mais
quo el hombre quo tione el titulo, quo creek que lo
.sabe todo y que no sabe nada.
El afio pasado tuvimos aqui varios jdvenes, uno
de ellos tenia un titulo do un Cologio do los Esta-
dos Unidos, croia que to sabia todo, y, en realidad,
no valia para nada.
Por oeso yo creo que seria mejor no requerir el
titulo de Ingeniero y redactar el articulo do otfo
modo.
So. J. G6MEZ: (SECRETAlIO) : Ustcd conoce el
articulo en la forma que se aprob6 ayer'?
SR. BLACK: Si, sefior. Pero hay que tener en
cuenta que para ser Sccretario so requicren condi-
ciones especiales. ]; abogados, por ejomplo, que
no servirian para nada comno Sectetario de Justi-
cia; hay mndicos que no harian nada en ]a -: ,. 1..i;
y, por la misma raz6d, hay ingenieros que para na-
da, absolutamento plar nada, sirven en la Scicrta-
ria de Obras Pfblicas. Mucho mas que ellos sirve
un hombre que tonga los conocimientos te6ricos y
practicos necesarios, aunque no tonga cl titulo de
Ingenicro. Y hay quo no olvidar que las obras pu-
blicas en Cuba, serln, por much tienmpo, uno de
los problems rins importantes para el pais.
En el Departamento do Obras Pilblicas so rci-
ben diariamente muchas visits del pfiblico, que
vionen a discutir asuntos ticnicos relatives a obras
que se desean o proyctan en sus distritos respecti-
vos. E-Il.- visitantes son miembros del Congreso o
particulars que tienen interns personal en dichas
obras. Los asuntos que suscitan son, por 1o gene-
ral, tienicos, y deben discutirse por un funcionario
que los rate bajo el punto de vista t6enico. Si el
Secretario de Obras 1'iblicas reune estas condicio-
nes, puede recibir a osas personas y dejar al Direc-
tor General en wii.. tad para el studio de los pro-
yectos que se reciben en la oficina para su aproba-
ci6n, y para el despacho de los asunitos rutinarios.
Es bien sabido que on la actualidad se demora
much la resoluci6n definitive que debe recaer en
los proyeetos importantes presentados al Departa-
mento. Una de las causes de esta demora, obedece
a quo el Director General es al propio tiempo Secro-
tario interino de Obras Puiblicas y today vcz que la
resoluci6n definitive es la de 61, so haec ncecsario
quoe e a las personas intercsadas en los mismos
y estudie los puntos ticnicos que abarque. Mi po-
sici6n es -; ....1. ...... ;. la de C 1n- i -.. y no puedo
resolve en definitive ninguli asunto. Con esto se


recarga el Secretario interino de tanto trabajo, que
a fin de powder cumplir con sus deberes do Director
General y estudiar los proyectos que se le presen-
tan, se ve on la nccesidad de ausentarse dc la ofi-
cina y haccr estos trabajos en su domicilio particu-
lar, porque en la oficina la constant afluencia de
visits que han do recibirse, ]e imposibilitan cum-
plir con sus .,i i ,i .i.-. -; corrientes. Si el Secreta-
rio in ... Ingenicro podria reeibir a esas visits, y
discutir con cllas Jos puntos t6cnicos, y dar instruc-
ciones al Director General, quien estaria entonces
en libertad de hacer el trabajo rutinario de la ofi-
cina y los studios detallados que so necesitan para
hacer sus recoimendaciones al Secretario. Si 6ste
no 11.. I t6cnico, podrian ustedes apreciar que s6lo
It seria possible desempefiar una part limitada de
sus :i.., .. propias, y que las restantes habrian
de i. .... ,.-ie por el Director General, quien on-
tonces no podria crumplii con todas sus obligaciones.
i',,- ,. ustedes un ejemplo de dos o tres afios
on los cuales el Secretario no cra Ingeniero. No 6
lo que piensan ustedes sobre el trabajo de ose pc-
riodo; pero a mi no me parece que fue bueno. El
Sr. MIontalvo es, como ustedes sabon, una persona
capaz, muy endrgica; pero no estaba capacitado pa-
ra el desempeino do Ja Secretaria de Obras Pdblicas,
porque no tenia la comprension t6enica de las obras.
Corno Presidente de la ('.d,,-,..1, de Fcrrocarri-
]es, que es una do [as f in. ; ..'. que ejerce el Secrc-
tario de Obras Puiblicas, es do todo punto esencial
que tcnga bastantes conocimientos t6enicos para
tratar de mancra inteligente los asuntos que se proe-
sentan a la Comisi6n.
Me parece que por la misma raz6n que el Secre-
tario de Justicia debe ser un lotrado, y el de Sani-
dad un ingeniero sanitario o un Dr. en Mcdicina u
otra persona que tonga conocimientos de Sanidad,
el Secretario de Obras I ':1i: debera ser una per-
sona que tonga conociouientos de ingcnieria. Hay
-muchas personas et Cuba que reunen estas condi-
ciones, algunas do las cuales est n ejorciendo en la
actualidad la prof'esi6n de ingeniero, y otras, ann-
ique retiradas a la vida privada, ejercen todavia de
ingeniejros elcargados de grandes ingenios y otras
industrias de la Isla. No ereo i1 I.-i ecncontrar cier-
to nulmero do ingenieros eubanos que rounan los re-
quisitos necesarios para ocupar el cargo importan-
to de Sccretario de Obras Piblicas.
So. J. G. G6MEz: (SECRETArIO) : Pido la palabra.
SR. PlRESIlNTE: CORONERL E. If. CROWDED):
Ti('ne la pa]ah)ra el J. S G. G6ez.
SB. J. G. G61MiEz: (SECRETARIO) : Nosotros tene-
iios un grave obst 'culo; cr0eemos que la Constitu-
cion no se putide itilerpret'Ir. sino con arreglo a nues-
tras tr adiciones; ]a llibirta.d del Presidento para ele-
gir sus Secretarios es absolute y todo lo que sea po-
nerle trabas a esa libertad, nos parece contrario a
la letra y a] espiritu de ]a Constituci6o. A ]os fun-
cionarios t6cnicos, como directors, administrado-
res, etc., se les pueden sefialar condiciones, pero a
los Secretarios no.
So. BLACK: Yo 1o digo porque ustedes lo requie-
ien para los deparlainentos de Sanidad y de Jus-
ticia.
SE. J. (. G61Cd z: (SECRLrTARIO) : -1I ii'.. tratan-
do de qi uitarlo.
SB. CMARRERA JCSTIZ: Pido la palabra.
SR. ;', ,* ,,:: ((, C .*. E H i ... 11.):
Tiene la palabra el Sr. Carrera Jistiz.









DIARIO DE SESIONES DE LA COMiSION CONSULTIVA. 213


SB. CARRERA JUSTIZ: No podemos perder de vista
que el puesto de Secretario cs predominantcmente
politico, a consecuencia de lo cual ese puesto es, por
ceccsidad, para un honibre politico de aquclla co-
munidad do la cual el Prcsidente crea que en cierto
momento debe star en relaci6n, y podria suceder
que determinado politico que por razoncs pcliticas
tuviera que ir a tal cargo no fuera ni mndico para
]a Sanidad, ni abogado para Justicia, ni ingcnicro
para Obras Pilblicas, y tennemos on favor de esta
teoria on concept universal: on Francia ha sido
ministry de ]a guerra un hombre que no era military; en
E,..!ii. han sido mnijistros do marina hombres que
no eran marines, lo inismo que en los )' i i.. Uni-
dos. De modo quc no debemos porder do vista su
esencialidad, que es iun pucsto politico. ('I estd
quo el Jefe del Estado si puede encontrarlos entree
los politicos, 1lamard a un mldico para Sanidad, a
un abogado para Justicia, a un ingenicro para obras
pfblicas, porque los puestos t6cnicos son los de di-
rectores que son los que en todos los passes ilevan
la direcci6n de los asuntos; el Jefe del Departamon-
to no es mis que el alto represcntanto politico de la
Administraci6n, no es el administrator. Ahora, en
tanto que sea possible se armonizarin las dos cir-
cunstancias, pero no debomos, no ya solo por la ra-
z6n de constitucionalidad, poner la limitaci6n al
President, sino por raz6n do que so desnaturaliza
la esencialidad del cargo y por esto crco que no dc-
bemos ponerle ninguna de las trabas quc se indi-
can, por m6s que yo acepto el cclecticismo del senior
Montoro: "scri ingeniero en tanto el Presidente no
crea que dcbe prescindirse do csa circunstancia";
pero aun la indicaci6n me parcce poco convenient
dcntro del context legislative.
SR. BLACK: Pido la palabra.
SR. PRESIDENT: (CORONEL E. H[. CROWDER) :
Tiene la palabra el Sr. Black.
SR. BLACK: S6 quc es costumbre general do va-
rias naciones hacer de 6ste un cargo politico, y crco
que podriin ver ustodes quc en Alcmania, cuyo ejcr-
cito se consider el mejor del mundo, cl Ministro
de Guerra es siempre persona de conocimientos on
material military, y lo mismo ocurre on el Jap6n. ]En
Inglatcrra y los Estados Unidos, los Ministros do
Guerra son siempro cscogidos del elermento civil, y
las dificultados que ambas naciones tionen para or-
ganizar y conservar un ejercito eficaz, parece ser su-
ficiente comentario para demostrar la sabiduria de
este plan. En los Estados Unidos las iatribuciones
del Secretario do la (uerra iucluyen otras muchas,
a mis do la de scr encargado del cj6rcito.
El Departamento de Obras Puiblicas en Cuba cs-
tn,vo una vez a cargo do un politico, lo quo a mi
juicio fu6 una de las causes principals de la revo-
luci6n do agosto de 1906.
Sn. CARRERA JT'rIZ: Pido ]a palabra.
SSR. PRESIDENT: (CORONEn, E. It. CROWDED) :
Tiene la palabra el Sr. Carrera Jufstiz.
SR. CARRERA JUSTIZ: Pero es el caso que en cuan-
to un hombre va a uno de esos cargos tiene que ha-
cer political. En Alemania hermos tcnido un Secre-
tario do Justicia que era un valicnto general. (Ri-
sas),
En todo eso hay cl aspect politico y cl aspccto
administrative. En las empresas :i. .... i i i ,
por ejomplo, encontramos la administraci6n y en-
contramos tambi6i un departamcnto tocnico; y la


part quc pudidramos llamar political es la que prc-
domina.
En otro orden do ideas so comprende perfecta-
mente lo que ustcd dice. Para Obras Pfiblicas debe
ir un ingeniero que sepa hacker puentcs y calzadas;
para Sanidad so nocesita un midico que de ello en-
tienda; para Justicia es imprescindible un aboga-
do; pero on muchos casos un hombre es el quc se
requicro para el cargo, y so require por la repre-
sentaci6n que ese hombre tonga o pueda tener en
detrminiados moments. Por ejemplo, en una na-
ci6n que tenga posibilidad do una guerra, le con-
vendria en ciertos moments, para demostrar sus
doseos do paz, cnviar a la otra naci6n, en lugar de
un valiente general, al mis I ,i. do los abogados.
SR. BLACK: I.,i. I. de lo que dice cl Sr. Carrera
Jistiz es exacto, poro la cucsti6n es que siempre re-
quiero esa organization hombres grandes, y esos
hombres pueden ser politicos y t6cnicos; tambi6n
hay do armbas classes.
SR. CARRERA JIs'riz: Es dificil.
Sn. BI ACK: Pero es claro quo seria mejor que el
hombre que vaya a uno do esos departamentos ten-
ga los conocimientos necesarios y sionta las necesi-
(lades del cargo. En obras pdblicas seria much
mejor que la political no tuviera que intervenir en
ellas.
SR. CARPFERA JO'.TIZ: (Cont.) La diferencia de
nuestro criteria esta en quc usted mira la adminis-
tracion, y ese es ol aspect mis noble de la cues-
ti6n, y yo miro el aspccto politico que reclama.
Es lo primordial; yo croo, ahondando mis en la
material, que mientras mis eminent sea el medico,
menos sirve par a la Scrotaria de Sanidad, porque
no sera mAs que m6dico. Y de Secretario de Sani-
dad debe ser tan politico como m6dico. Si cl Se-
cretario es un gran medico y por consiguiente, no
es s mos que mdico, no sabra ser otra cosa. La vida
es corta para dominar bicn una especialidad. Un
ingeniero distinguido, micntras mis lo sea, oldiardl
mas ]a political, porque on el campo screno de la
Ciencia on que el ingeniero discurre, sus ideals aca-
so son mas puros que las cibalas political. So sen-
tird ajeno a ese campo. Y seri tal ,vez un p6simo
politico. Ese hormbre, en material do carreteras, de
puentes, de casinos, sera excolonto. Pero cuando
so trate de dar un consojo politico y el Consejo de
Secretarios ha de levar con el Presidente la orienta-
ci6n political, cse hombre scguramento se equivoca-
ra y el error politico es mis trasccndental que el
error administrative. De modo que mientras mis
compotentes esos notables especialistas, peores son
como politicos, y no sirven para Secretarios. Esa
es la raz6n, por la que para esos '.1, -... no se bus-
can mils que politicos. Asi hacen los Estados Uni-
dos, F'rancia, etc.
Sn. BLACK: Pido ]a palabra.
Sn. PRESIDENTEm: (CORONEL E. H. CROWDER):
Ticne la palabra el Sr. Black.
SR. BLACK: Los que alcanzan mnds, obticnen ma-
yor 6xito; los honbres que obticuen. mayor 6xito
en los asuntos grades, do cualquier clase, siempre
son los mejores consejeros del Gobierno, porque son
hombres que ban tonido que dominar a los otros
hombres y eso es lo quc so necesita, y ese element
es comun a todas las profosiones altas. El hombre
que solamento es ingeniero, no sirvo para la Secre-
taria de Obras Pdblicas; y el quo cs simplemente
un mddico no sirve para la Secretaria do '-. .iI 1'I,









DIARIO DE SESIONES DE LA COMISION CONSULTIVA


y el que no es mas que un abogado, tampoco sirve
para el Departamento do Justicia; pero los quo han
alcanzado puestos altos on sus respectivas profcsio-
nes, esos, si.
Sn. CARRERA JISTTZ: Vr I ngeniero el Bar6n de
Haussmann? No lo era; pues las obras del Bar6n
Haussmann durante el Imperio do K i,[! .',,, cos-
taron mas de mil millones de pesos. Era la obra
mns grandiosa; la del embellecimiento de Paris.
,-Era Ingeniero Olmstead, el que .!i...!! ';' a Bos-
ton? Tampoco, y isi el Bar6n de Iaussmann no era
Ingeniero, tampoco 1o era su sucesor Alphand que
gast6 otros mil millones, en continuar la obra del
Bar6n de Haussmain. Olmstead, el que embelle-
ci6 a Boston, tampoco era Ingeniero. Y el farnoso
propagandista de la ciencia civic en Nueva York,
Mr. Robinson, si era Ingenioro.
SS. BLACK: Ese si es Ingeniero. Pero eso es di-
ferente; esos hombres no tonian titulos, pero cran
ingenieros y tenian grandes conoeimientos. Eso es
lo que yo he dicho.
iSn. 'CARRERA JSTIZ: Piies dentro de nuestra eonsti-
tuci6n y nuestro modo de vivir, result dificil que un
honimbre que no tenga titulo, sea dominador de una ma-
teria. (So comprende que un abogado sepa derecho y
que un m6dico sepa medicine. Aqui, por excepei6n, en-
contramos quien sepa medicine y no sea medico.
Yo no conozco, sino por excepeidn, quien sepa de-
recho, sin ser abogado, ni medicine sin ser m6dico.
Aqui hemos tonido uno solo que ha side bueno en
la practice. Do manera que no podemos busear
practicos sin titulos. Yo so que el titulo no es mias
que una hip6tesis de sabiduria; scria mas conve-
niento en el terreno de los hcchos quo se demostra-
ra la competencia. Aqui tonemos algunos que tic-
nen titulos y que su competencia no eorresponde a
ellos, pero no tenemos ninguna persona quo sepa de-
recho sin ser abogado.
SR. BLACK: Pero hay muchos que saben y sirven
de ingenieros sin tener titulo.
SR. CORONADO: Este debate tendria raz6n do ser
si no tuvieramos raz6n, pero hay un precepto cons-
titucional que da la facultad al 1', ...!. 11. de nom-
brar libremente sus Secrotarios y en ese caso es en
lo que debemos pensar, por lo cual henios redacta-
do el articulo en esta forma.
SR. BLACK: Entonces seguir6 tratando otros ar-
ticulos del Departamento. Sobre el 192 yo desco
decir que pusimos en el informed que mandamos a
la Secretaria de Justicia, que el Secretario con la
autoridad del Presidente haria tal cosa y ustedes
lo ihan suprimido, y la razon que yo tuve para poor
eso fu6 la siguiente: creo que el Secretario no debe au-
sentarse de la capital mrs que cuando lo autorice el
President. Y la segunda parte que tambidn iran
suprimido es que cuandLo se requieran otras oficinas,
por ejemplo: cuando se trata de una obra grande
hay que montar una oficina que esth fuera del Pre-
supuesto y no habiendo un articulo do esta clase,
habrAi I;i.-ii..l. pues por experiencia cuando se
me ha presentado cl easo, me han dicho que en los
Presupuestos no apiarece la cantidad para tal servicio.
Para evitar todo eso redact6 el articulo en esa forma.
SR. ConoNADo: Nosotros lo quitamos porque ]o
creiamos innecesario, pero si usted por su practice,
lo cree indispensable nosotros no tenemos inconve-
niente en aceptarlo.
SR. BLACK: No cs possible, segAn otro articulo de


esta Ley, comprar nuebles o arrendar casas a mc-
nos que se haya dado un crddito por el Gobierno.
BR. ('. ...' ...: jNo seria mejor ponerlo como un
articulo general para no tender que repetirlo en to-
dos los I) nli .. l ..i,?
S PRESI)DENTE: COLONELL E. H. CROWDED):
Se puede poner en Obras Pfiblicas y ".....i .Il.
SR. T- I: Pido la palabra.
SR. PREsIDENTE: ( COLONEL E. I. CROWDED) :
Tieie la palabra el Sr. Black.
Si. BLACK: En el Departamento de Obras Pibli-
cas existe una Oficina central quo tiene la dirccci6n
general do todas las obras del Departamento, y a
la que se remiten todos los proyetos para su apro-
bacion, y se aprueban on definitive los contratos y
a la quo tambi6n so remiten todas las cuentas do
pagos, comnpras, etc., para su examen antes do en-
viarse a la Intervenei6n.
La Tsla esta dividida on distritos y en cada uno
hay una oficina que tione la direcci6n inmediata
andloga de ]as obras del distrito, y que corre con
los pagos de las obras que se i 'I ., I en cl mismo.
Estas oficinas dan cuenta a la Central de todas sus
operaciones, y sus acuerdos deberin aprobarse por
la Oi. 'i,, Central. Para cada obra en los distritos
so install una oficina auxiliar que depended directa-
niente de la de] Ingeniero de Distrito.
Los empleados del Departamento estan clasifica-
dos en idos classes: de, plantilla y temporeros. Los
de plantilla son los que se incluyen en los presu-
puestos anuales, y comprendon ]a mayor part de
los de la Oficina Central, y un reducido nfumero de
los de las oficinas de distrito. Te6ricamente los em-
pleados de p1i iniii repr'csntan el personal que es
absolutamentc necesario para el despacho rutinario
del Departamento, y es, por lo tanto, personal per-
nIanente. Cuando las Camaras votan crcditos para
nuevas obras, so hacc necesario aumentar este per-
sonal, mediante nombramiento de personal tempo-.
rror, alfecto a los trabajos ,de una obra determina-
da, y so pagan del credito concedido para la obra.
La Oficina Central es, pues, ]a que tiene la direc-
ci6n general do todos los trabajos on Cuba. Todas
las dmoais, incluyendo las de los distritos y las do
obras determinadas, asi como las obras mismas,
constituyen el Departamento de Obras Pfblicas en
general.
Cuando el Congreso da un cr6dito para un traba-
jo [particular, como para mejoras del Puerto de 'Ma-
tanzas, por ejemplo, so manda un proyecto de esta
obra y el ingenioro con sus ayudantes de plantilla,
pasa este proyecto a la oficina central y cl Secreta-
rio lo aprueba. Si cl trabajo es grande, es precise
organizer nuevas oficinas.
Sn. COROxN AD: 1Existe la division por distritos?
SR. BLACK: Si, .,, y cada una tiene una oficina.
SR. J. G. G-6MEZ: (SECRETARIO) : Todos los afios se
consigna en el presupucsto una cantidad destinada
para las obras clue se han de realizar; naturalmente,
como se hacen en el territorio de la Rcpdblica, algu-
nas .... .-.i 1, ,1 a las provincias y la direceion de
esas obras queda a cargo del Jefe de la Provincia que
las harce con su personal ordinario; pero en las obras
extraordinarias, esas dependent de la Direcci6n de la
Habana.
SR. BLACK: Lo que se hace siempre es que el Con-
greso vota un. crdito para obras especiales y cl Se-
eretario dice: esta obra esta en el distrito tal, y el
Secretario comuniea a la oficina que debe hacer el


__ I~ I BI~~Lllla~ _I


214









DIARIO DE SESIONES DE LA COMISION CONSULTIVA. 215


proyccto y 6ste viene a la Oficina Central donde se
estudia en forma correspondiente y los ingenieros
de distritos redactan los proyectos, sirvi6ndose ge-
neralmente de los empleados de plantilla. Conjun-
tamento con el proycto, se remite una solicitud pi-
diendo autorizaci6n para alquilar un local para ofi-
cina, caso do necesitarse, y emplear personal de dis-
tintas categories para inspecci6n y ejecuci6n de la
obra. Una vez aprobados el proyecto y la solicitud
de autorizaci6n, el Ingenioro Jefe do Distrito orga-
niza la oficina para ]a obra determinada, y 6sta se
lNeva a cabo bajo la inspecci6n direct del Ingenie-
ro encargado de la misma, que certifica todos los
comprobantos y cuentas quo so remiten a la oficina
del Distrito para su pago. Despuis de examinadas
las cuentas, se aprueban por el Ingeniero Jefe del
Distrito y so ordena su pago. A la terminaci6n de
cada mes, la oficina del distrito remite un estado de
todas sus cuentas, con comprobantes necesarios, a la
Oficina Central de la Habana, donde las cuentas de
toda la Isla se unen y envian a la Hacienda para su
liquidaci6n final.
El ingeniero encargado de la obra la dirige de
c.ii1....i i.1 i l con el proyecto y bajo la direct su-
pervisi6n del Tngeniero Jefe del Distrito. De tiem-
po en tiempo las obras se inspeccionan tambien por
los representantes de la Oficina Central. Caso de
ser necesario hacer alguna modificaci6n del proyec-
to, la correspondiente recomendaci6n se remite por
conduct de la oficina del Distrito al Secretario pa-
ra su resoluci6n.
A causa de otras disposiciones do la Ley, se de-
sea hacer una distinci6n centre la oficina central y
el Departamento en general. A voices son necesa-
rios y convenientes ciertos requisitos en la Oficina
Central que no pueden aplicarse a las obras en ge-
neral.
Aqui en ]a Habana, por ejemplo, el Bureau de fa-
ros, se ha encargado de todos los asuntos do faros,
i -.., i, y otras cosas como esas, y al mismo tiempo
tiene el encargo de los que estin aqui sin nn
bureau especial; y tambbin tenemos aqui algunos ta-
Ileres que hacen la reparaci6n de los wagons y otras
cosas como cilindros etc; todo es o yo o he hecho un
bureau de la oficina central. Los talleres deben estar
independientes, porque ha.cen trabajos para todos. La
organization es casi la misma, con otros nombres, y
por esto empleo un hombre en eso. El Jefe de cons-
trucciones civiles tiene much que hacer, tiene muchas
obras. Este departamento se encarga de las reparacio-
nes on general de todos los edificios del Estado y de
las oficinas pfiblicas.
SR.. C. G6MEZ: (SECRETARIO): Contabilidad y
material estPn juntas?
SR. BLACK: Son casi lo mismo; todas las cuentas
.van al pagador y al departamento de contabilidad
y ]a misma persona es la que ve el material gastado.
SR. PRESIDENT: (CORONEL E. H. CROWDER) :
Yo Ilamo ]a atenci6n acerca de que los primeros ne-
gociados del Departamento son presididos por In-
genieros Jefes de primera clase; y por el articulo
219 los Ingenieros Jefes de primer clase reciben
un sueldo de cuatro mil pesos anuales.
SR. BLACK: Mi teoria es esta. Que las personas
oue se busquen para esos pucstos de responsabili-
dad sean las mejores quo puedan encontrarse en
Cuba, personas t6enicas. Para el otro personal po-
demos tener j6venes o personas do segunda clase
a los que no debe pagar el Estado tanto; pero para los


Jefes en quienes esta la responsabilidad do esas
grandes abras del Estado si ideben pagarse los mejores.
Ese Departamento ha estado gastando por valor de
un mill6n y medio de pesos por cada mes, y si el Jefe
no es un hombre iperito, puede gastar mucho initil-
mente o en proyectos malos.
Cuando no haya muchas obras, el Secretario de-
be tener el poder de unir dos o tres negociados en
uno, con un solo Jefe, y cuando haya much traba-
jo que so aumenten si son necesarios. En Pinar del
Rio tenemos un Pagador que es un hombre muy tra-
bajador y gasta todos los moses hasta cuatrocien-

tos mil pesos, o mas, y solamente tiene un sueldo
monsual de ciento diez y seis pesos ($116-00).
Aqui tenemos un hombre que tiene responsabili-
dad do dos mil pesos por mes y que no gana mas
que ciento diez y seis pesos cada mes. Ese no es un
buen negocio. Hemos tratado de hacer 1o possible
por economizar el dinero del Estado, pero no hay
economic en ir poniondo hombres que no son los
mejores para esa responsabilidad. Por ejemplo:
hay un hombre de esos quo tiene su mujer enfer-
ma, o sus hijas, o que tiene que educar a sus hijos.
Tiene un sueldo muy poqueiio y si alguien so le acer-
ca y ]e dice: yo le dar6 a usted tanto para que me
permit hacer tal cosa, la tentaci6n ha de producer
mas efecto on un hombre que no tiene bien satisfe-
chas sus necesidades que en otro que tiene una ma-
nera desahogada de vivir. Por eso yo creo que de-
bemos pagar muy buenos sueldos, pero debemos
obligar a esos hombres a que den su vida por el Es-
tado. Se puede oconomizar, on cambio, en el per-
sonal subalterno, en los escribientes, etc.
SR. PRESIDENT: (CORONEL E. H. CROWDER):
Yo deseo saber si el Sr. Black ha examinado cui-
dadosamente esta organizaci6n que da la Ley, ]a or-
ganizaci6n do negociados, asi como si en esta Ley
so confieren las facultades necesarias a esas necesi-
dades. Adcmis de eso, deseo que explique la necesildad
del articulo 219.
SR. BLACK: La organizaci6n de ese articulo es la
misma que existed ahora y hace los trabajos del De-
partamento; no puedo decir mis. De ella se ha escri-
to casi todo esto que hemos leido y corregido mu-
chas veces.
El articulo 202 se refiere a un bureau que puede
ser comprendido en uno de los otros, cuando no haya
muoho trabajo de esa clase; cuando no haya dinero ni
mucho trabajo, puede ser suprimido y sus deberes
encomendados a otro Negociado.
SR. CORONADO: i La Oficina de la Comisi6n de fe-
rrocarriles esta en la misma situaci6n?
Sn. BLACK: Ferrocarriles esta en mi Departamen-
to, en lo que se :C r, a provision de las oficinas,
las compras do papel, libros y lapices, pero en to-
do lo otro esti bajo ]a Comisi6n. Pero segin la Ley,
tenemos que incluirlos en nuestro presupuesto y
por eso lo hemos traido como estaba; eso no cambia
hasta el present,
El articulo 219, al que antes me refer, es de una
clasificaci6n ticnica, porque casi todos nuestros je-
fes no son jefes de negociados, son ingenieros y hay
aqui tambidn algunas clasificaciones tPenicas, que
no son comprendidas en la clasificaci6n do la pri-
mera part.
SR. PRESIDENT: (CORONEL E. H. CROWDER):
jCudl es el objeto do sefialar un sueldo mAximo y
un sueldo minimo?








216 DIARIO DE SESIONES DE LA COMISION CONSULTIVA
-,- ---- .,- i --- -.l -- -,


SR. ,BAiCK: El objeto es, sefiores, que en el presu-
puesto podemos dar provision, por ejemplo, para
dos ingenieros ayudantes, de primer case; ahora,
cuando nombramos el primero, no lo conocemos, es
1... i.! que sea bueno o no, y ademAs, cuando un
hombre ha tonido el mismo sueldo por muchos afios,
a] poco tiempo tiene un poquito de disgusto y 61
cree que debe ser elevado. Si tenemos el poder de
tener unos pocos hombres de primer clase con un
sueldo un poco cl]stico, podemos empezar por el li-
mite bajo y terminar con el mils alto, poco a poco;
...-r.l .-. cuando hay un cr6dito, no require al s. .-.-
tario gastarlo todo, pero la Ley requier e u 61 tenga
serviicio o trabajo, y requerir que ihaya ese servicio y
ese trabajo, es el deber del Secrctario y hacerlo con la
mayor economic possible.
Nunca debera gastar todo el presupuesto: tene-
mos: various maquinistas y hay diferencia entire ellos,
hay algunos buenos y otros que no lo son tanto y
la .lif.-i.-r'-i do sueldo tambien debe ser y es pro-
porcional a lo que saben hacer. Cuando se necesi-
ta un hombre con determinadas condiciones se le
puede pedir a la Comisi6n del Servicio Civil, y ella
lo indicara.
SR. PRESIDENT: (CORONEL E. H. CROWDER):
Yo he hecho esta pregunta para que me explique el
efecto prActico, de este articulo.
SR. BLACK: No se trata de los empleados de plan-
tilla que se les paga segun su cargo y seria necesa-
rio que la autoridad tuviera tantos de una clase y
tantos de otra.
El C''.....- ('l... .1 i quiere que yo explique m6s
minuciosamente. En el presupuesto, por ejemplo,
tenemos un articulo para tres ayudantes ingenie-
ros de tercera elase con tanto de sueldo, pero nos-
otros no ponemos a los tres el mismo sueldo, sino
que a cada uno Ie ponemos un sneldo distinto, pero
;i1 1l..j.'i.r ni pasar del sueldo legislado; de modo que
nosotros siempre tenemos facultad para variarlo,
pero sin pasar de lo -. ,1.i.*l,,.
Si:. G. G6MEZ: (SECRETARO) : Yo digo que en
nuestro pueblo eso no es muy practicable.
SR. BLACK: Pues yo tengo una opinion mejor de
su pueblo, que usted.
SR. J. G. G6MEZ: (SECRETARTO) : Pido la palabra.
SR. PRESIDENT: (CORONEL E. H. CROWDER):
Tiene la palabra el Sr. J. G. G6mez.
SB. J.. G. G6MEz: (SECRETARJO) : .. ?-...I estamos
educados asi, costar6 much trabajo variarnos, no
digo que sea i,! ...;i.!. :Si ustedes dicen que un
ingeniero de primer clase puede ser de cuatro mil
a cuatro mil quinientos pesos, no estan obligados a dar-
le a todos los ingenieros de primer clase, los cua-
tro mil quinientos pesos que es el maximo, pero por
ejenmplo, TTd. ique es el Coronel Black, americano, ,,,
una ncntalidad especial, no le da el mAximo porque
dice: el ii.., trabaja mejor cque usted y me convene
#mas y aquel hombre sale disgustado, pero no convenci-
do y lo acepta, porque esta es una situaci6n transito-
ria y dice: ese americano piensa asi y no lo he po-
dido convencer. Peio yo. Secretario cubano, ese
hombre Ilega y me dice: iel scfior es mejor que yo?,
y yo no puedo decirle nada, porque 61 no me pre-
gunta si aquel senior es mejor ingeniero sino que si
es hombre mejor que 61. Y sus amigos me dirAn:
gpor qu6, si es ingeniero de primer clase, c6mo ha-
ce usted diferencias con ese hombre? Y su --f..i, le
dice a 61, que no es en6rgico, cuando no ha obteni-
do del Secretario el mismo sueldo de su compafiero.


Todo el mundo, la atm6sfera general que lo rodea
lo consider una injusticia. Do donde result, .I'.:
11 iy que darles a todos el maximo y por eso no ha-
bra ninguna ley especial con esta diferencia.
SR. BLACK: Pido la palabra.
SR. PRESIDENT: COLONELL E. H. (C'i. w-i: ) :
Tiene la palabra el Sr. Black.
SR. BLACK: En nuestros presupuestos nos encon-
tramos con maquinistas que tienen sueldosR desde se-
senta pesos hasta ciento veinticinco, y todos son
maquinistas porque no hay grades y yo creo que
used esti algo equivocado en esto, Sr. G6mez. Te-
nemos tambi6n ingenieros de todas elases. No mu-
chos se molestan cuando unos ganan mas que otros
o amenazan con esto y con lo otro, pero en general
no haccn nada. A mi me pasa a eada rato. Una so-
la vez me han presentado la renuncia cuando esto
ha sucedido; pero si hay esa dificultad es muy fAcil
I,' i, el sueldo.
SR. J. G. G6MEZ: SI.,AT1,. i: .,) : A cada clase.
SR. BLACK: Pero en cada grado hay una diferen-
cia demasiado grande. Por eso podemos poner en
el presupucsto el sueldo que se do a cada uno, pero
en realidad no hay tal dificultad, porque ellos mis-
nos reconocen que unos hombres deben ganar mas
que los otros, por los i,.,, de servicio, &, &.
SR. ( ..... -.: ('C! usted necesario fijar los
sueldos on esta Ley.?
SR. BLACK: Es mejor, si hay una Ley del Servicio
('C que da ii.ifi.... i1.11 En la actualidad tene-
mos hombres que hacen lo mismo ganando sueldos
muy dif, I. i t. ,.
SR. CORONADO: El Congreso cuando haga los pre-
supuestos so considerari limitado entonces por es-
ta ley.
SR. PRESIDENT: CORONERL, E. I-. CROWDER):
Vamos a adoptar el principio en esta Ley de sefialar
en los sueldos una suma maxima y otra minima y
dejarlo a voluntad del Jefe del Departamento para
que 61 asigne la suma que crea prudent dentro de
los extremes, o, 1, so va a seguir con el sistema de as-
cender de un grado a otro y fijar los sueldos en can-
tidades detorminadas, sin dejar a la discreci6n del
Jefo del Departamento que sefiale mayor o menor
cantidad quo la fijada en la Ley?
Ademns, este sistema que se encuentra aquf, se ha
adoptado ya; la Ley del Servicio Civil reconoce el
derocho do sefialar la suma maxima y minima. Es-
te sistema no solo le.da al Jefe del Departamento
la autorizaci6n y modo de poder darle mas sueldo
a un emplcado sin tener que ascenderlo, para esti-
mularlo, sino la do disminuirle el sueldo como un
corrective sin necesidad do dejarlo cesante.
iS. J, G6. OME: (SECRETARIO) : En lo ique tengo
que 'ij, n.-.. es en la prdctica, porque en ella todos
tendran el maximum.
Esta Ley funcionard cuando nios quedemos solos
y so aplica.r con arreglo a nuestro carActer y yo
aseguro que todo el mundo tendrA el mAximo.
Sn. PRESIDENT: (CORONEL E. H. CROWDER):
Sce desea la presencia del consejero de Obras Pu-
blicas en ]as otras scsiones?
SR. CORONADO: Pido la palabra.
SR. PRESIDENT: CORONERL E. H. CROWDER):
Ticne la palabra el Sr. Coronado.
SR. CORONADO: Si parece bien, podemos aeordar
lo siguiente: para no molestar al Coronel Black,
que es hombre muy o'-i.,,id.'l. 1,:..ni,.r i. soguir ade-








DIARIO DE SESIONES DE LA COMISION CONSULTIVA. 217


lante y si encontramos alguna dificultad, anotarla
y en una sola sesi6n, quc 61 tenga la bondad de ve-
nir, en un mismo dia, para prescntarle todas las di-
ficultades que se nos hayan ofrocido y resolverlas.
SR. PRESIDENT: COLONELL E. H. CROWDER):


Asi se hard y la Comisi6n da por tcrminada la se-
si6n, qucdAndole altamente agradecida al Coronel
Black por su valioso informed.

(Eran las 6 p. m.)


Imp. Rambla, Bouza y C., Obispo 33 y 35, Habana.




University of Florida Home Page
© 2004 - 2010 University of Florida George A. Smathers Libraries.
All rights reserved.

Acceptable Use, Copyright, and Disclaimer Statement
Last updated October 10, 2010 - - mvs