Group Title: Convencion constituyente
Title: Diario de sesiones de la Convención Constituyente
ALL VOLUMES CITATION PAGE IMAGE ZOOMABLE
Full Citation
STANDARD VIEW MARC VIEW
Permanent Link: http://ufdc.ufl.edu/UF00072605/00040
 Material Information
Title: Diario de sesiones de la Convención Constituyente
Uniform Title: Convención constituyente
Physical Description: 2 v. : ; 32 cm.
Language: Spanish
Creator: Cuba
Publisher: P. Fernandez?
Place of Publication: Habana
Publication Date: 1940?]
 Subjects
Subject: Politics and government -- Cuba -- 1933-1959   ( lcsh )
Genre: non-fiction   ( marcgt )
 Notes
General Note: At head of title: Republica de Cuba.
 Record Information
Bibliographic ID: UF00072605
Volume ID: VID00040
Source Institution: University of Florida
Holding Location: University of Florida
Rights Management: All rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier: aleph - 002572573
oclc - 03161278
notis - AMT8899
lccn - 41000702

Full Text

~BLLC A DE
gCP


DIARIO


DE


CONVENTION


DE LA


SESIONES


CONSTITUYENTE


VOL. 1 LA HABANA NUM. 40


SESSION


CUADRAGESIMA.-17 DE MAYO DE 1940


ORDINARIA


President: Sr. Sime6n Ferro Martinez
cretaris: Sr. Alberto Boada Miquel
ecretaSr. Arturo Don Rodriguez

SUMARIO

A las cuatro y cincuenta y site p. m. la Presidencia declare abierta la sesi6n.-El senior Delegado
Nuifiez Portuondo, present la renuncia del cargo de Secretario de esta Convenci6n.-El sefor De-
legado Cortina en su caricter de Lider de la Coalici6n Socialista Democratica, ratific6 en nom-
bre de 6ste la plena confianza a los sefiorea Delegados Grau San Martin, Martinez Saenz y Nfilez
Portuondo, exponiendo ademis se les habia planteado cueati6n de confianza y rog6 no se resol-
viese sobre las renuncias presentadas, hasta una pr6xima sesi6n.-El senior Delegado Prio So-
carras, lider del Partido Revolucionario Cubano (Aut6ntico) agradeci6 las frames proriunciadas
por el senior Delegado Cortina.-El senior Delegado Bravo Acosta en nombre y representaci6n del
Partido Dem6crata Republicano, hizo suyos todos los concepts vertidos por el senior Delegado
Cortina.-El senior Delegado Suarez Fernandez, solicit un receso, el cual fu6 aprobado, suspen-
diendo la Presidencia la sesi6n a las seis y cinco p. m.- Reanudada la sesi6n a las site y cin-
cuenta y siete p. m. se adopt el acuerdo de un nuevo receso de diez minutes, suspendiendo la Pre-
sidencia la sesi6n a las siete y cincuenta y ocho p. m.-Reanudada la sesi6n a las ocho y quince p.
m., se le di6 lectura a las renuncias que de los cargos de Presidente, Primer Vive-presidente y Se-
cretario, presentan los sefiores Delegados Ram6n Grau San Martin, Joaquin Martinez Saenz y
Emilio Nffiez Portuondo, respectivamente. -Lectura de la declaraci6n de los ComitBs Parlamen-
tarios de los Partidos Revolucionario Cubano (Autentico), Acci6n Republicana y A B 0. El
Delegado Cortina solicit que las renuncias quedasen sobre la mesa, lo cual fu6 acordado en vota-
ci6n nominal por cuarenta y cuatro votos a favor y veinte y seis en contra. La Presidencia, en
virtud del acuerdo adoptado, suspendi6 la sesi6n a las nueve y veinte y ocho p. m.






2 DIARIO DE SESIONES DE LA CONVENTION CONSTITUYENTE


SR. PRESIDENTE (FERRO): Se abre la sesi6n. Se
va a pasar lista.
(Eran las 4 y 57 P. M.).
SR- ZAYDIN (RAM6N): Yo consigno mi protest
mis en6rgica, porque, el Presidente, abusando de
los poderes del cargo, ha declarado una votaci6n que
no se ha efectuado y por lo tanto caido la sesi6ni ex.
traordinaria y no hay receso de la sesi6n.
SR. SUAREZ FERNANDEZ (MIGUEL): Yo quiero que
se haga constar en el acta de esta sesi6n, que la
Presidencia de la Convenci6n, respaldada por la
mayoria de la Coalici6n Socialista DemocrAtica, esta
coaceioinando los derechos de esta minoria, porque
ha pasado de una sesi6n extraordinaria a una se-
si6n ordinaria, nada mas que a virtud de la exigen-
cia de la mayoria sin el acuerdo previo de esta Con-
venci6n.
Me parece, senior Presidente, que estoy viviendo
los mismos dias del 24 de Diciembre de 1936, en
que la mayoria militarista, en este propio hemiciclo,
procedi6 de igual e id6ntica manera.
El procedimiento, sefor Presidente, no es nuevo.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el se-
for Fernando del Busto.
SR. DEL BUSTO (FERNANDO) : Yo queria apelar al
Dr. Grau San Martin para que diga si al comien-
zo de la sesi6n extraordinaria, cuando habia treinta
y nueve sefores Delegados,...
SR. SUAREZ FNRNANDEZ (MIGUED): Cuareita y
uno, y yo era uno de ellos...
SR. DEL BUSTO (FERNANDO): ...no se someti6 a
votaci6n y se aprob6 que se suspendiera la sesi6n a
]a hora comenzada. S61o desearia que dijera si o no.
Sn. ZAYDIN (RAM6N): Es que todavia no son
las cinco.
SR. DZL BUSTO (FaRNANDO) : Me refiero a la vo-
taci6n exclusivamente.
SR. SUAREZ FERNANDEZ (MIGUEL) : El problema
es muy elaro. El receso esta acordado, pero a la ho-
ra sefialada.
SR. DEL BUSTO (FERNANDO) : ~Pero se vot6 o no
SR. SUAREZ FERNANDEZ (MIGUEL): Es necesario
que esto se aclare de una manera definitive. Yo es-
peraba que en este dia de hoy se planteara esta
cuesti6n; tenia la seguridad de que este asunto se
iba a plantear en la Asamblea cualquiera que fuera
el motivo y la raz6n que existiera, cualquiera que
hubiere sido la causa que lo motivara. Y es, senior
President y sefiores Delegados, porque hace muy
pocas horas 6ste ha sido un convenio de la Coa-
lici6n Socialista Democrati-;a. el imponer outrance
su criterio. De una manera personal yo he cam-
biado palabras sobre este temor con algunos dele-
gados de la Coalici6n. Esperaba que este hecho se
produjera y lo fnieo que deseo es encontrar, den-
tro de la 6rbita de esta Convenci6n, las garantias in-
dispensables para el desenvolvimiento de la labor
que todos estamos obligados a llevar a cabo.


Han variado los hechos, porque ha variado el rum-
bo politico del pais: es necesario ganar las eleccio-
nes con medidas violentas y es necesario que esta
Convenci6n Constituyente diga su filtima palabra
sobre la Constituci6n antes de que esas elecciones se
hayan celebrado. Es una media extraordinaria-
mente previsora dentro de la manera political en que
se desenvuelve la Coalici6n Socialista Democratica.
Si los votos coalicionistas contaran con el alma
popular, con los votos del pueblo cubano, no estarian
en la provincia de Santa Clara, en casi todos los
Terminos Municipales, coaccionando a los electores.
SR. MARTINEZ FRAGA (ANTVNIO) : Para una cues-
ti6n de orden. Que se pase lista y despues en el
debate que se trateri todas estas cuestiones.
SR. PRESIDENTE (FERRO): Se va a pasar lista pa-
ra powder dar comienzo a la sesi6n ordinaria.
SR. SUAREZ FERNANDEZ (MIGUEL): Hace un rato
dijo la Presidencia que estabamos en la sesi6n ordi-
naria y ahora dice !a Pres!Iencia que se pase lsta
para entrar en ella.
SR. CORTINA (JosE MANUEL): Vea S. S. lo poco
que acata tambi6n a la Presidencia.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Se va a pasar lista.
(El Oficial de Actas pasa lista.
SR. PRESIDENTE (FERRO): Han contestado 66 se-
fiores Delegados.
Respondieron al pase de lista los sefiores: Alomd,
Alvarez Gonzdlez, Alvarez de la Vega, Benitez, Bra-
vo Acosta, Busto, Cabrera, Calvo, Capablanca,
Casanova, Cordero, Coron. Cfortina, Correoso, Go-
yula, Cuervo Navarro, Chibds, Dihigo, Duarte, Es-
teva, Ferndndez de Castro, Ferrara, Fueyo, Gala-
no, 'Garcia Agilero, Garcia Rodriguez, George, Grau,
Guas 'Incldn, Herndndez de la Barca, Hornedo, Icha-
so, Jay, Laurent, L6pez Negrdn, Maceo, Mafiach,
Marinello, Martinez Fraga, Martinez Sdenz, Mendi-
gutia, Mesa, Meso, Moreno, Mujal, Nizez Mesa, Ni-
iez Portuondo, Ochoa, Parrado, Pons, Prieto, Prio,
Rey, Robau, Roca, S6nchez Mastrapa, Silva, Sudrez
Ferndndez, Vilar, Villar, Villoch, Vinent, Zaydin,
Boada Miquel, Don Rodriguez, Ferro Martinez.
Hay quorum. Se declara abierta la sesi6n.
SR. MARTINEZ FRAGA (ANTONIO): Pido la pala-
bra, para un'a cuesti6n de orden. Que se declare per-
manente esta sesi6n, y se conceda un receso, para
continuarla tan pronto como termine la sesi6n ex-
traordinaria, a la cual tenemos que pasar enseguida,
por acuerdo de esta Convenci6n.
SR. SUAREZ FERNANDEZ (MIGUEL) : Para hacer un'
ruego, pido la palabra.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene ]a palabra el se-
fior Snarez FernAndez.
SR. SUAREZ FERPNANDEZ (MIGUEL): La Conven-
ci6n, en la sesi6n anterior, ha conocido de labios del
senior Grau, de labios del senior Martinez SAenz,
y si le hubieran dado oportunidad, tambidn de la-
bios del senior Nifiez Portuondo, que han piesto a






DIARIO DE SESIONES DE LA CONVENTION CONSTITUYENTE 3


l disposici6n de esta Convenci6n los cargos de Pre-
:diente, Vice Presidente y Secretario. No es lo 16-
.";co que entrando ahora en una sesi6n ordinaria, en
la cual es perfectamente factible discutir este asun-
to, la mayoria se llame a mayoria y dentro de un
cuadro cerrado acuerde no entrar en la discusi6n de
este problema. Yo me dirijo a la Presidencia, para
que a su vez traslade el ruego que le hago en mi
nombre a los sefiores Delegados de la mayoria, a fin
de que permitan y no impidan con sus votos el pase
de esta sesi6n a la otra, para que podamos conocer
y aceptar las renuncias de los que hasta hoy forma-
ban la Mesa de la Convenci6n.
Es un ruego que tiene dos finalidades; primero:
resolver esta cuesti6n de una manera perentoria,
porque indiscutiblemente, una vez producida la cri-
sis de la Presidencia, sera necesario que venga otra
persona designada por la mayoria a ocupar ese car-
go, y esto podria demorar mAs de lo necesario las
labores de la Convenci6n Constituyente; y en segun-
do lugar, porque los partidos de la Oposici6n esta-
mos deseosos de que esta cuesti6n finalice en el dia
de hoy, y de esta manera le rogamos a la mayoria
que no ejereite el derecho que le corresponde con
sus votos para tronchar el conocimiento de este asun-
to. Tiempo habri abundante y bastante para tra-
tar los asuntos que esthn en la Orden del Dia, pe-
ro es necesario, es indispensable, que esta cuesti6n
quede finiquitada definitivamente en la tarde de
hoy.
SR. GEORGE (QUINTN) : Para una cuesti6n de or-
den...
SR. NfrfEz PORTUONDO (EILIO) : Pido la palabra.
Solamente dos minutes.
SR. PRESIDENTE (FERRO): Tiene la palabra el se-
fior George.
SR. GEORGE (QUINTfN): Sefior Presidente y sefio-
res Delegados: la cuesti6n que present a la mesa
es la que obliga a, someterse a votaci6n inmediata-
mente que se formule una proposici6n incidental co-
mo la que acaba de presentar el senior Martinez
Fraga. No lo haria el que habla si no abundara en el
deseo de dar un poco de tiempo a este fen6meno
nervioso que se opera en la Asamblea, antes de: en-
trar a considerar las renuncias presentadas, pero
queriendo el que habla que efectivamente se norma-
lice un poco el estado nervioso de la Asamblea, pre-
senta la cuesti6n de orden formalmente, sin con-
cederle la palabra a ningfn Delegado, la proposi-
di6n incidental formulada pon 'el se5for Martinez
Fraga.
SR. Ntj1EZ PORTUONDO (E.MILIO): Yo le rogaria
al senior Quintin George, que me permit usar de
la palabra nada mas que dos minutes.
SR. GERGE (QUINTIN) : Yo no soy, sino la Pre-
sidencia, quien puede conced6rsela.
SR. PRESIDENTE (FERRO): Tiene la palabra el se-
flor Nifiez Portuondo.
SR. NifjEZ PORTUONDO (EMmIGo) : Sefior Presidente
y sefiores Convencionales:
Cuando, cumpliendo acuerdos de la Asamblea Pro-
vincial del Partido Liberal de las Villas, adopt de-
terminada aetitud political, me dirigi al Lider de la
Coalici6n Socialista Democrhtica, porque lo estima-


ba un deber, present la renuncia de mi cargo de
Secretario de esta Convenci6n, y me informaron los
lideres de los partidos que componen la Coalici6n
Socialista Democrhtica, que no era del caso que yo
presentara la renuncia, porque se habia acordado
como cuesti6n fundamental que 6ste era un campo
vedado a la political partidarista, y que todos aqui
nos sentiamos perfectamente garantizados, ajenos a
nuestras opinions political. Acept6 continuar sir-
viendo la Secretaria de la Convenci6n, cumpliendo
con mi deber al lado del Sr. Grau San Martin, pero
en estas condiciones, planteado el problema como
esth, presentada una cuesti6n political de evidence
trascendencia, desde luego, quiero hacer constar, que
agradeciendo much la prueba de confianza de que
me hicieron objeto, tambi4n present con caracter
absolutamente irrevocable, la renuncia del cargo de
Secretario de la Convenci6n, fundamentalmente, por-
que creo que el senior Grau aplic6 estrictamente el
Reglamento, porque lo interpret acertadamente, y
que todo lo que pudiera significar una opinion en
contrario, una apelaci6n a la Convenci6n en pleno,
constituiria una censura injustificada de una actitud
con la cual yo me hago solidario.
Agradeci6ndole al senior Quintin George, tenga la
Convenci6n por presentada mi renuncia con caracter
de irrevocable.
'SR. GEORGE (QUINTrN): Sefior Presidente paiAa
insistir en mi cuesti6n de orden.
SR. SUAREZ FERNANDEZ (MIGUEL): Mi ruego no
puede ser transferido.
SR. CORTINA (JosA MANUEL): Pido la palabra en
relaci6n con las renuncias presentadas.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Hay una cuesti6n de
orden presentada...
SR. SUAREZ FERNINDEZ (MIGUEL): Hay un ruego
de este Delegado, que por una cuesti6n de educa-
ci6n parlamentaria, debe ser trasladado por S. S. a
la Asamblea.
SR. CORTINA (JOSE MANUEL): No creo necesario
someter el problema a la Asamblea. Es una cues-
ti6n insignificant, que debiera terminarse sin dis-
cordia, He pedido la palabra porque deseo hablar
sobre ese mismo asunto.
'SR. BRAVO ACOSTA (ANTONIO): En igual sentido,
tengo pedida la palabra.
SR. CORTINA (Josi MANUEL): Sefior Presidente:
yo he pedido la palabra con anterioridad y oportu-
namente.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el, se-
fior Cortina.
SR. CORTINA (JosA MANUEL): Sefior Presidente y
sefiores Delegados: Es lamentable que una excita-
ci6n nerviosa, injustificada, haya determinado una
cantidad de violentas calificaciones en derredor de
un precepto reglamentario de insignificant trascen-
dencia. es penoso que en vista de esto, se hayan pro-
ducido altercados que crean situaciones completa-
mente ajenas a los deseos y prop6sitos de la Coali-
ci6n Socialista DemocrAtica.
Yo deseo contestar las palabras. de los sefiores
Grau San Martin, Martinez Skenz y NAfiez Portuon-
do, para aclararles cuhl es nuestra situaci6n y cri-
terio en este asunto.






DIARID DE SESIONES DE LA CONVENTION CONSTITUYENTE


Es cierto lo que aqui han manifestado el Dr. Grau
San Martin y el Dr. Martinez Saenz sobre los ante-
cedentes de su primitive renuncia y la ratificaci6n
de que fueron objeto. Desde luego, es exacto tam-
bien lo manifestado en relaci6n con este particular
por el senior Niifiez Portuondo.
El Dr. Grau San Martin fu6 ratificado como Pre-
sidente de la Asamblea, por el voto uninime de la
misma. Esta ratificaci6n la hicimos nosotros sin nin-
grin cardcter politico, y le aseguramos la plena coo-
peraci6n de todos nosotros. Esta cooperaci6n y este
apoyo no le han faltado en ningin moment al Dr.
Grau San Martin, ni a sus acompafiantes en la re-
nuncia, en ninguno de los debates habidos aqui an-
teriormente.
No veo ninguna raz6n para que, por un articulo
de poca importancia del Reglamento de la Asamblea,
nosotros, de sfibito, vayamos a cambiar de criteria
y a modificar fundamentalmente el espiritu de con-
fianza y alta estimaci6n que hemos reiterado mu-
chas veces al Presidente de la Asamblea y a los de-
mis Miembros de la Mesa. Seria esto absurdo.
Nosotros, es decir, la Coalici6n Socialista Demo-
crftica, no ha planteado, ni desea plantear, ninguna
cuesti6n de confianza al Dr. Grau San Martin, Pre-
sidente de la Asamblea, ni al Vice-Presidente, Dr.
Martinez S6enz, ni a los demfs Miembros de la Me-
sa. Lejos de eso, lo que aqui se ha producido es un
problema de interpretaci6n reglamentaria, de poea
importancia, que, por apasionamientos inexplicables,
al ser discutido en un sentido o en otro, un Delega-
do reaccion6 con una exaltaci6n extraordinaria, inu-
sitada e incomprensible; y este Delegado es precisa-
mente un miembro de la Oposici6n, que no tenia
motive para adoptar esa posici6n exaltada y violent.
SR. CHIBAS (EDUARDO): Me permit una inte-
rrupci6n S. S., con la venia de la Presidencia?
ISR. CORTINA (Jos9 MANUEL) : Yo no quisiera esta-
blecer debate sobre esta declaraci6n que estoy ha-
ciendo, pero si S. S. lo desea, acepto su interrup-
ci6n con much gusto.
*SR. CHIBAS (EDUARDO) : Quisiera rectificar el con-
cepto del compafiero sefior Cortina, porque a un
Lider de la Coalici6n, cuando se trat6 de la inter-
pretaci6n de este articulo, le oi decir: "Lo que que-
remos es que se resuelva para apelar entonces a la
Asamblea"; y ello lo decia con el prop6sito, sen-
cillamente, de hacer renunciar al sefior Grau San
Martin a la Presidencia de la Convenei6n.
SR. CORTINA (JOSE MANUEL) : Basta ya de inter-
pretaciones equivocadas. Esa manifestaci6n no pue-
do haberla dicho, porque no me la he oido ni yo
mismo.
SR. CHIBIS (EDUARDO): No otro prop6sito podia
tener.
SR. FERRARA (ORESTES) : Hay un grupo aqui que
hubiera votado a favor.
SR. SUAREZ FERNANDEZ (MIGUEL) : De tres o cuatro.
SR. FERRARA (ORESTES) : Pero hubieran votado.
SR. CORTINA (JOSE MANUEL): Como se verA por
mis palabras, estoy muy lejos de querer aqui pro-
vocar un rompimiento, ni aumentar tampoco la ex-
citaci6n producida por miembros de la Opcsici6n.
Los fen6menos se juzgan por las circunstancias que
los rodean y por la intenci6n y el prop6sito que apa-,


rezcan predominar. Yo represent aqui la Mayoria,
o sea, la Coalici6n Socialista Democratica, y afir-
mo que esta Mayoria no desea plantear ninguna
cuesti6n de confianza a la Presidencia. Si la Mayo-
ria tuviera ese prop6sito, no tiene necesidad de re-
currir a problems menudos como este, porque dis-
pone de otras ocasiones mis elegantes y adeeuadas
para plantear, con sinceridad y categ6ricamente, la
cuesti6n de confianza.
No existe ninguna raz6n para que apelemos a pro-
cedimientos menudos, indirectos de character regla-
mentario. Cuando una mayoria tiene el prop6sito de
provocar cuestiones de confianza, no se levanta su
representaci6n, ostentada por mi, para declarar sin-
cera y caballerosamente, como yo lo declare, que no
hemos querido, ni hemos pedido, ni deseamos plan-
tear ninguna cuesti6n de confianza al senior Presi-
dente, Dr. Grau San Martin.
ISR. SUAREZ FERNANDEZ (MIGUEL) : Esas eran las
palabras que debi6 haber pronunciado S. S. en aque-
llos moments.
SR. CORTINA (JosE MANUEL): Lo que yo estoy di-
ciendo ahora, senior Suarez, es lo que yo quiero decir,
y lo expreso en el moment en que ereo convenient
decirlo, sin que ningfn Delegado tenga por qu6 in-
dicarme la oportunidad en que deba hablar.
En el tumulto y vocerio que aqui habia, provo-
cados por algunos Delegados de la Oposici6n, lo que
yo tenia que hacer era darme cuenta exacta de lo
que ocurra. ames de hacer declaraciones con la
responsabilidad que el cargo que ostento me impone-
Deseo dejar perfectamente aclarados los antece-
dentes de esta cuesti6n, puesto que intervine en ella
directamente. Cuando se modific6 la composici6n
political de la Mayoria de esta Asamblea, y estando
yo indicado, por esa Mayoria, como candidate a la
Presidencia de la Convenci6n, me dirigi, con la
anuencia de mis compafieros y de nuestro candida-
to presidential, al Dr. Grau San Martin y al Dr.
Martinez Saenz, para pedirles que retiraran sus re-
nuncias. Ellos me manifestaron que deseaban man-
tenerlas, en virtud del cambio politico de la Asam-
blea; pero a la insistente petici6n nuestra, accedie-
ron a retirarlas, manifestandoles yo que habrian de
tener, en todo tiempo, el apoyo constant y firme
de la Coalici6n Socialista DemocrAtica.
cPor esta raz6n, cualquier problema accidental, de
interpretaci6n reglamentaria, que se haya suscitado
aqui, no puede significar en modo alguno que noso-
tros hayamos querido plantear una cuesti6n de con-
fianza. No hay mAs que ver c6mo ha surgido este de-
bate. Para resolver un asunto de poca importancia,
se comenz6 a debatir, por algunos Delegados de la
Oposici6n, en forma violent, y esto ha determina-
do la mala interpretaci6n que existe en este momen-
to y el malestar que original la renuncia de la Me-
sa.
Esta situaci6n no ha sido provocada por la Ma-
yoria, sino por los Delegados de la Oposici6n, que
por una cuesti6n baldia han agitado la discusi6n en
los t6rminos en que se eneuentra. Nosotros, una vez
que se ha planteado por la Mesa la cuesti6n de con-
fianza, queremos reafirmar nuestra- alta .considera-
ci6n sobre aquellas, sino que en pr6xima sesi6n con
bros de la Mesa, por su labor patri6tica y por la
elevaci6n con que han desempefiado sus cargos.






DIARIO DE SESIONES DE LA CONVENTION CONSTITUYENTE 5


Ante las renuncias que se ban presentado en vir- na, y tengo especial interns en volver a manifestar,
tud de lo ocurrido -renuncias que nosotros no he- cualquiera que sea el resultado final de esta crisis,
mos provocado-, yo deseo que la Asamblea no to- que nosotros no hemos querido ni queremos plantear
me, en estos moments de agitaci6n, ninguna resolu- ninguna cuesti6n de confianza al senior Ram6n Grau
ci6n sobre aqu6llas, sino que en pr6xima sesi6n, con San Martin.
plena y cabal conciencia y serenidad y dentro del Por otra parte, un conflict de esta naturaleza,
espiritu cordial de que estdn animadas mis pala- provocado en un moment de acalorada discusi6n,
bras, se adopted por la Asamblea la determinaci6n require, para ser resuelto, que se guard la debida
que corresponda, en vista de las declaraciones que cortesia y atcnci6n, dando el tiempo necesario para
han hecho los sefiores renunciantes y las elevadas que la resoluci6n revista todos los caracteres de un
intenciones en que se inspiran mis declaraciones. reflexive y sereno de esta Asamblea. Por esta ra-
SR. PaRo SOCARRAs (CARLOS): Me permit una z6n, insist en que la cuesti6n planteada de la re-
interrupci6n S. S., con la venia de la Presidencia? nuncia quede sobre la Mesa, para que la Asamblea
Por nuestra. parte, el Partido debe significar que delibere y resuelva con plena conciencia de su de-
efectivamente todas esas atenciones y todos esos afec- terminaci6n, en sesi6n pr6xima.
tos tiene que agradecerle a la Mayoria, pero a la SR. BRAVO ACOSTA (ANTONIO): Sefior Presidente:
protest formulada aqui por el senior Suarez, inde- I-abia pedido la palabra para contestar alusiones,
pendientemente de los t6rminos de violencia con que este problema.
nos hemos expresado algunos Delegados en la Se-
si6n, debe consignar nuestro Partido que da la coin- SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el se-
cidencia tan fundamental, como la discusi6n de la nor Bravo Acosta.
Constituci6n, de tanto interns para la Repfiblica, y SR. BRAVO ACOSTA (ANTONIO) : Sefior Presidente:
no para los Partidos o Coaliciones de Partidos que He de ser muy breve. El senior Martinez Sienz, ha-
se sienten en esta Convenci6n, jamfs se han plan- cia alusiones en relaci6n con mi persona, en la visi-
teado cuestiones de interpretaci6n, pero, tan pronto ta al Dr. Grau y tiene toda la raz6n el sefior Marti-
como toca al interns de partidos, grupos o personas nez S&enz. Est6 seguro el Dr. Grau que tiene nuestra
algunas, lo que va a debatir, entonces si se plan- ratificaci6n y que en manera alguna hemos plan-
tean esas cuestiones de confianza, y se alega, de teado una cuesti6n de confianza para provocar una
modo desusado, en esta Convenci6n, el problema de crisis de Mesa. Todo se debe exclusivamente a un
que la Presidencia esth ahi por condescencia de error de interprotaei6n, seguramente por la misma
la Mayoria, que tiene el derecho de ponerla. bondad, muy reconoeida, y demostrada en muchas
Eso lo sabemos y agradecemos que se tuviera con ocasiones del Dr. Grau, su deseo de complacer y de
el senior Grau San MVartin esa distinci6n, pero no procurar, como ha dicho muehas veces, que cualquier
por eso debemos silenciar que efectivamente nos- idea en un moment pueda salir a la superficie y
otros esper&bamos y lo digo con pena, en tonos se- captarla, por ello 61 ha sido condescendiente con los
renos, esperabamos, repito, que se planteara, -como 3ofiores Delegados. Fu6 el Doctor Grau quien inici6
se planteara, senior Cortina, a pesar de su buena y manifest que llevaria el asunto a la Convenci6n
voluntad y la de muchos sefiores Delegados-- la y do sus palabras se descnvolvi6 la err6nea interpre-
cuesti6n de confianza, tan pronto como toque al in- taci6n que ha habido alrededor de este problema. Yo
teres de organizer de nuevo el Congreso el 20 de Ma- Usqu6 las euartillas taquigrificas para convencerme
yo, o tan pronto como se plantee la quinta Senadu- de ello y en realidad he ilegado a la conclusion de
ria de Santa Clara, que toca tan a lo vivo los intere- que no ha habido m ue una fatal de comprnsin
ses de la Coalici6n, o los de algfin senior Delegado. por part de todos. En este problema no ha habido
Y como 6stas son realidades efectivas, y cuando el por part de la Mayoria, como decia el Dr. Cortina,
interns de grupo o de Partidos, toea en el interns ni por part del Partido Dem6crata Republicano, la
de la Convenci6n, cambian los criterios elevados y or d a i
puros de cuando se discute el interns juridico en la menor intenci6n de planter cuestiones de crisis ni
purs d cuando s discte el inters jurdio en la de confianza. Tiene el Dr. Grau nuestra ratificaci6n
Convenci6n, o los altos interests de la patria, es por con e Dr ra nuesra rfc
lo que me hago solidario de la protest del senior y como decia el Dr. Cortina, estoy conform con que
SuArez FernAndez a nombre de mi Partido, para no lueden sobre la mesa para ser tratadas en otra opor-
aplazar esta cuesti6n. tunidad.
.SR. CORTINA (JOSE MANUEL) : Sefiores Delegados: SR. PRESIDENTE (FERRO): Continie el Sr. Coyula.
Ratifico mis palabras anteriores, cualquiera que sea SR. COYULA (MIGUEL) : Senor Presidente y seno-
el punto de vista particular que quieran mantener res Delegados: El antecedente de haber presidido
aqui algunos Delegados. Cada cual puede interpre- la sesi6n memorable celebrada para tratar de las
tar la cuesti6n planteada, con carActer particular, renuncias que presentaron los doctors Grau San
en la forma que tenga por convenient, pero el que Martin y Martinez S&enz, me impone la obligaci6n,
habla, con la autoridad que le han concedido todos en moment dificil, como este, de levantarme para
sus compafieros de la Coalici6n Socialista Democrh- pronunciar breves palabras.
tica para hablar en su nombre, ratifica que no ha Cuando, Presidente circunstancial yo de esta Asam-
habido el menor prop6sito de plantear una cuesti6n blea, fueron visitados por mi al frente de una co-
de confianza al senior Grau San Martin ni al senior misi6n de distinguidos Delegados, los sefores Grau
Martinez Sienz ni al senior Nfifiez Portuondo, que San Martin y Martinez Saenz, estos caballeros ex-
tambi6n se ha unido a ellos en la renuncia. Absolu- pusieron las razones delicadas, los motives de alto de-
tamente; aqui ha habido un debate, un simple de- coro y patriotism que les obligaron a presentar sus
bate, sobre un problema reglamentario, que tom6 un renuncias. Y cuando los distintos amigos que esta-
giro normal y exeitado, sin motive ni causa algu- ban en la casa del senior Grau San Martin hablando







5 DIIRIO DE SESIONES DE LA CONVENTION CONSTITUYENTE


en nombre de todos los Partidos aqui representados,
hicieron a 61 y. a su digno compafiero las manifesta-
clones oportunas, en el sentido de que contaban con
la confianza y el pleno apoyo de la Asamblea, el
Dr. Grau San Martin pronunci6 poco mis o menos,
estas palabras: Seior Coyula: Puede decir usted a
sus compafieros todos, que yo retire mi renuncia,
en la seguridad de que en la Constituyente estamos
laborando y seguiremos laborando por el interns su-
perior de nuestro pais". En tales condiciones re-
tiraron sus renuncias los dos hombres que en la
tarde present han hecho reiteraci6n de aquella line
de conduct. Y quiero dejar consignado en moments
como los actuales un punto de vista mio; quiero le-
vantar testimonio de dos cosas: de que se conduje-
ron entonces perfectamente y de que despues han
procedido con la m6s exquisite correcci6n.
El asunto que llamaba yo incidental es el siguien-
te: esta delicada custi6n se ha presentado, a mi
juicio, sin que nadie premeditadamente la prepara-
ra, si que respondiera mAs que a fatales circunstan-
cias, en moments en que el senior Grau San Martin,
desde la potestad presidential, habia heeho una inter-
pretaci6n reglamentaria. Entonces, un senior Dele-
gado apel6 de la resoluci6n presidential, y el se-
fior Grau San Martin adopt la linea de condue-
ta que le pareci6 acertada.
Yo no seria honrado y me tacharia a mi mismo de
insincero, si silenciara que no estoy conforme con
la linea de conduct que en aquel caso crey6 que
era reglamentaria mi distinguido compafiero.
Recuerdo que presidiendo yo la Camara de Repre-
sentantes, hubo de presentArseme un moment eno-
joso: fu6 apelada una resoluci6n presidential e in-
mediatamente someti el caso a la consideraci6n de
mis compafieros. Tuve la fortune de que la C6mara
respaldase la decision presidential; pero si en aque-
Ila ocasi6n crei que cumplia con mi deber como
President, en esta oportunidad...
SR. ZAYDIN (RAMON) : Para una interrupci6n.
SR COYULA (MIGUEL) : Con much gusto.
SR. PRESIDENT (FERRO) : El senior Zaydin.
SR. ZAYDIN (RM6N) : El senior Coyula olvida que
yo estaba en el uso de la palabra cuando fui inte-
rrumpido por el Dr. Ferrara. El Dr. Ferrara quiso
decir que el Dr. Grau estaba en la Presidencia por
]a benevolencia y la gentileza de la Mayoria y 4se
es el concept que ha motivado, no el debate, la re-
nuncia de la Presidencia, porque la Presidencia es-
tima que no estaba alli por la gentileza y la bene-
volencia de la Mayoria, sino de acuerdo con lo que
el senior Coyula ha dicho.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Continue el Sr. Coyula.
SR. COYULA (MIGUEL) : Yo he escuchado compla-
cido al senior Zaydin. Efectivamente, esto fu6 lo que
determine la conduct seguida por el Dr. Grau San
Martin y otros distinguidos compafieros; pero he
querido referirme a la causa inicial del incident.
He aspirado a significar dos cosas: primero, que
los doctors Grau San Martin y Martinez Saenz
respondieron a lo por ellos prometido con una con-
ducta digna de la confianza y el apoyo de esta Asam-
blea; despugs, que deploro haber discrepado en al-
go important de la opinion del Dr. Grau San Martin.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el se-
flor Guhs Inclan.


SR. GUAs INCLAN (RAFAEL): Sefior Presidente y
sefiores Delegados: He pedido la palabra para ha-
cer uso de ella muy brevemente y recoger las alusio-
nes de que he sido objeto por parte del Dr. Grau San
Martin, del Dr. Martinez Saenz, y filtimamente tam-
bi6n del Dr. NfIfiez Portuondo.
Efectivamente, sefiores Delegados, es en absolu-
to cierto que tanto el Dr. Grau San Martin, como
el Dr. Martinez S6enz, como el senior Nifiez Por-
tuondo, insistieron en la presentaci6n de la renuncia
de sus cargos respectivos, y es igualmente cierto que
una actitud de la Mayoria hubo de disuadirlos de la
actitud en que ellos estaban.
Nosotros pensabamos en aquel moment, pensa-
mos hoy de igual manera, que por la naturaleza de
la Convenci6n Constituyente, por las propias pala-
bras con que en su Sesi6n Inaugural el senior Mar-
tinez Saenz, el senior Mafiach y el senior Grau San
Martin, situaron la Asamblea fuera del partidaris-
mo de la political, por ese pensamiento nosotros creia-
mos entonees y creemos ahora que el senior Grau,
que no contaba yo con los votos Mayoritarios en la
Presidencia, debia seguir ocupando tan alto sitial,
no ya en representaci6n de determinados Partidos
Politicos, ni en representaci6n de determinada Coa-
licion, sino en representaci6n de la Asamblea en
pleno, de toda la Convenci6n. Nuestra actitud no ha
cambiado.
Estas palabras no las digo como lider del Parti-
do Liberal, cargo que no ostento porque lo he decli-
nado desde mas de diez dias, por raz6n del empe-
flo agobiador de las luchas political que no me deja
aquella acuciosidad de studio necesario para aten-
der el cargo de lider en toda su extension de que ha-
ce gala, por ejemplo, el senior Zaydin, que segura-
mente no tiene estos problems politicos, ni electo-
rales, en el status de los problems de Cuba.
SR. ZAYDfN (RAM6N) : Est6 equivocado S. S.; lo
que pasa es que yo comparto la atenci6n entire la
Constituyente y las cuestiones political.
SR. GUAS INCLAN (RAFAEL) : No hemos cambiado
de pensamiento ni de animo, no hemos tenido pro-
p6sito de plantear una cuesti6n de confianza; no la
hemos planteado; ni siquiera aceptamos, a estas al-
turas, que se haya planteado ni exist una cues-
ti6n de confianza; pero debemos hablar con cruda
sinceridad esta tarde...
Hasta ahora, en esta Convenci6n, la line de par-
tidarismo politico no se ha notado: En el seno de
la Coalici6n Socialista Democratica a veces dirimen
furiosamente sus arguments y sus principios el se-
nor Casanova y el senior Bias Roca. En el seno
del Partido Autentico a veces el sefor Aurelio Al-
varez, el senior Mujal, el senior Chibis, dirimen con
extraordinaria vehemencia convicciones sinceramen-
te arraigadas, que estan mIs alil que una com-in mi-
litancia political de carfcter circunstancial...
Y el senior Grau San Martin no ha sido para nos-
otros, ni el senior Joaquin Martinez Saenz, una repre-
sentaci6n del frente de la Oposiei6n, sino el Presi-
dente y Vice-Presidente de esta Convenci6n.
En la tarde de hoy hemos presenciado un fen6-
meno raro, cuya entrafia todavia yo no acabo de
explicarme...
La Oposici6n, tan cuidadosa en la asidua asisten-
cia a las sesiones, inicialmente no concurri6 a la se-
si6n; comprobado el quorum, vino en bloque toda la






DIARIO DE SESIONES DE LA CONVENTION CONSTITUYENTE


Oposici6n a ocupar sus eseafos, e iniciada la sesi6n
se planted el problema politico que tampoco me ex-
plico todavia por entero.
iConcibo que en relaci6n con el segundo motive a
tratar en esta sesi6n, haya esa efervescente contien-
da o discrepancia political, pero en relaci6n con el
primero, en relaci6n con el primero de los motives,
de la Orden del Dia, no acabo de explicarme este
apasionamiento febril, ni acabo de explicarme c6-
mo el senior Zaydin, siempre tan sereno, era en la
tarde de hoy un Jupiter tonante, que no admitia
la palabra ni daba la posibilidad a explicaci6n al-
guna, como hubiese sido el deseo de los lideres de los
distintos Partidjos de ola Coalici6n Socialista De-
mocrAtica, para salirle al paso a este problema.
SR. ZAYDIN (RAM6N) : gMe permit el senior Guas
una interrupci6n?... Con la venia de la Presiden-
cia ?
SR. GUAs INCLAN (RAFAEL) : Con much gusto.
SR. ZAYDiN (RAM6N) : El senior Guas ha olvidado
que cuando el senior Zaydin trataba de hacer uso de
]a palabra, era nada menos que un compafiero de la
Mayoria sentado al lado del propio senior Guas, el
sefor Martinez Fraga, el que impedia que el senior
Zaydin hablara... Por que en aquella oportuni-
dad el senior Guas no intervino para tratar de que
el senior Martinez Fraga hubiera dejado exponer las
ideas a este Delegado?...
El senior Guis tambi6n parece olvidar que ape-
nas el senior Zaydin pronunciaba una frase, partisan
de los bancos de la Mayoria, como Jupiter Tonante,
sefiores, inclusive, que nunca participant de estas lides
Qu6 habia algo?... Si ese algo habia era en la
Mayoria, era completamente en la Mayoria.
El senior Guis ha esta contemplando c6mo en
dias anteriores nosotros aqui discutiamos apenas
unos cuantos seinores Delegados, y sin embargo, hoy,
por motives que parecian triviales, por motives que
parecian fitiles, pero que no lo eran, porque preei-
samente la importancia del asunto primero a que se
refiere el sefor Guas, que para mi es mas trascenden-
te que el otro, que el segundo, llevaba a pedir una
discusi6n libre, un debate libre, sobre el mismo;
porque es una euesti6n de Derecho fundamental que
no es pcsible que en un debate cefiido a guillotina se
pudiera establecer
Por tanto, no era por perder el tiempo, i mas tiem-
po se ha perdido con todo esto, ahora, sino era pa-
ra ganarlo, con una interpretaci6n ilustrativa, para
que no anduvi6ramos fallando en las reso-
luciones que adopta la Convenci6n, sino para poder-
las determinar con una conciencia plena, era que
pediamos la discusi6n libre.
Sin embargo, no sB por quB, hubo un empefio teso-
nero, que hubiera sido aelarado perfectamente si
en lugar de ponerse a hablar de interpretaciones de
analogias, o de esto o de lo otro, se hubie.ra levan-
tado de los bancos de la Mayoria para decir: "Acep-
tamos el criterio de la Presidencia", y no interpe-
lando el criterio de la Presidencia; entonces habria-
mos entrado inmediatamente en la discusi6n,


SR. Guis (RAFAEL): gMe permit una interrup-
ei6n el senior Zaydin?...
Si. ZAYDIN (RA~6N) : Haga el favor el senior
Guhs, quo os un buen Abogado, en la defense que
esti haciendo de ]a Mayoria, de ajustarse un poco
mejor a la realidad de los hechos tal como se hat
desenvuelto y no guerer cargar la responsabilidad del
debate do esta tarde sobre la Minoria y menos aun
sobre este modesto Convencional.
SR. GUAS (RAFAEI): No, senior Zaydin y sefio-
res Delegados, no habia posibilidad en la tesitura y
en la posici6n que adoptaba el senior Zaydin, de
interferido con unas palabras explicativas, porque el
senior Zaydin no admitia el uso de la palabra, ni ain
de quien planteaba una cuesti6n de orden, y, ade-
mis, el cnfasis del senior Zaydin era tanto, su pala-
bra tenia un volume tan extraordinario, centupli-
cada ademis por los amplificadores, que hubo un mo-
mento en que lleguw a atemorizarme de que todo el
Capitolio viniese abajo ante el empuje verbal de la
palabra violent del senior Zaydin.
,SR. ZAYDiN (RAM6N) : Era para tratar de domi-
nar en la Asamblea la voz que entonces era mis vi-
brante del Dr. Ferrara y se me pudiera eseuchar:
a mi.
Es que el senior Guas no es exacto ni en el juicio
de los hechos realizados ni en sus apreciaciones, por-
que el senior Guas podria nada mas que mirar al
Diario de Sesiones, que no hay quien haya side mis
interrumpido que el senior Zaydin, que ha sido in-
terrumpido, que ha concedido el derecho de inte-
rrupci6n a mas de seis o site sefiores Delegados; lue-
go, si el sefor Guas en aquella oportunidad, no aho-
ra. hubiera querido, con su cardcter paternal, con
este caraeter de bondad haber iritervenido para acla-
rar la nota, tenga la seguridad el senior Guas, -y lo
sahe por experiencia de otro tiempo-, que el se-
iior Zaydin le hubiera concedido con much gusto
]a palabra para una interrupci6n, al senior Guas;
pero en aquella oportunidad el senior Gu6s no sn
sirvi6 pedirla, precisamente para haber tenido una
intervenci6in entonces que hubiera sido muy opor-
tuna: y si el senior Guas lo hubiera explicado, co-
mo empez6 con las primeras palabras de su discur-
so, y no ahora con esta desviaci6n del propio dis-
curso que parece que lo que trata es de que volvamos
otra vez a un debate politico...
SR. 'GUAs (RAFAEL): NO, senior Zaydin; si efec-
tivamente yo hubiese creido que un poco de aceite
en las aguas las hubiera aquietado, el aceite no ha-
bria faltado, pero me temi, debo confesarlo con fran-
queza, que el doctor Zaydin, siempre tan cordial,
tan acogedor de todas las interrupeiones, porque la
flexibilidad de su talent y de su imaginaci6n se
aprovecha de eTias para extraordinarias parrafadas
oratorias y para expresar s6lidos arguments, me
temi que el doctor Zaydin hiciera una excepci6u
con quien ha sido siempre extraordinariamente cor-
tes y carifloso.
SR. ZAYDiN (RAM6N): Me siento verdaderamente
preocupado con esa presunci6n que estableciera el
doctor Guis, porque si yo me molestara dejaria de
ser un hombre educado, dejaria de ser lo que yo






8 DIARIO DE SESIONES DE LA CONVENTION CONSTITUYENTE


me presumo de ser, un hombre de postura civica,
hasta permit que inclusive, me hicieran interrupeio-
nes un tanto inapropiadas y como el doctor Guas
puede presumir que yo no admitiera una interrup-
ci6n de 41 en ]a forma en que 61 sabe hacerlo, siem-
pre correctamente, es por lo que yo no puedo ad-
mitir que el doctor Guis tenga esa presunci6n, qui-
zAs por otros motives no contenidos en la actitud del
senior Zaydin, sino precisamente en la actitud de mu-
chos miembros de la Mayoria que fueron los que
probablemente, posiblemente, pesaban sobre el Ani-
mo del doctor Guis al estimar y entender en aque-
llos mementos que no era oportuna su interv'enci6n
en el debate.
'S. GUAs (RAFAEL) : Es que el doctor Zaydin no
se veia en un espejo esta tarde de hoy. Me lucia
como yo no lo habia visto niunca.
Yo le diria al doctor Zaydin que aqui no hay nin-
guna cuesti6n de confianza ni de crisis alguna. Es-
ta es la crisis de lenguas, la crisis del grito. Yo
diria que si alguna crisis se ha prodpcido se debe
a que la Presidencia, por el tono que tomaba el de-
bate...
SR. REY (SANTIAGO): No la crisis del grito, la
apoteosis del grito.
SR. Guis (RAFAEL): Bien, la crisis producida
por el grito. La Presidencia crey6 por el tonio en
que se producia el debate que existia un estado pa-
sional, que no ha existido. Por eso, doctor Zaydin,
doctor Grau San Martin, doctor Martinez Saenz,
doctor Nfifiez Portuondo, es necesario que volvamos
al tono screno en que veniamos conduci6ndonos en
esta Asamblea. Si ]a palabra amplia y abierta de
los distintos lideres que integran los Partidos de la
Coalici6n Socialista Democrhtica ha dicho que en su
Animo no existe prop6sito alguno del planteamiento
de una cuesti6n' de confianza, por que sostener,
por qu6 a estas alturas plantear estos asuntos? Se-
fiores Delegados, es necesario que prive el sentido
de la responsabilidad. Yo noto que en esta Asamblea
falta el sentido de la responsabilidad. Estamos mas
alli de los noventa dias naturales del inicio de nues-
tras labores.
SR. MUJAL (EUSEBIO): Me permit un'a inte-
rrupcion ?
Sn. Guls INCLAN (RAFAEL) : Con much gusto.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el se-
for Mujal.
SR. MUJAL (EUSERIO) : Deseaba aclarar al senior
Guas para que concretaramcs nuestras cosas y fu6-
ramos a lo prectico, que aunque yo llegu6 a la se-
si6n de hoy un poco tarde, en realidad creia que era
a las cuatro de la tarde, el radio de mi cuarto hizo
que me apresurara.
SR. GuAs (RAFAEL) : g No se rompi6 el radio?
'SR. MUJAL (EUSEBIO): No senior. Hizo que vi-
niera apresuradamente porque me di cuenta que al-
guna cosa pasaba aqui.
Ahora debemos concretar. La crisis no se plan-
tea en el primer punto ni en el segundo punto; se


plantea por el tiempo que debe durar el debate.
Nosotros ayer y yo lo vote de acuerdo con el cri-
terio de mi Partido en que los turnos duraran sim-
plemente diez minutes, prorrogAndose hasta veinte
si la Asamblea creia que era una cuesti6n impor-
tante. Confiamos en que la Asamblea creeria que
es cuesti6n iniportante todo aquello que interesaba
al pais; pero es que en realidad la cuesti6n aqui
surge cuando se quiere guillotinar la posibilidad de
hablar mAs de diez nminutos, y es porque parece qut
personas que creen tener en sus manos la mayoria,
podrian estar cercenando el debate a diez minu-
tos y despues sometei a votaci6n los particulares, y
quiero aclararle al senior Guas que hay algunas cues-
tiones de la Carta Fundamental de importancia, so-
bre todo materials que se refieren a asuntos sociales,
y eso no se puede discutir en diez minutes, porque
tampoco queremos los que tenemos un criteria mino-
ritario en ciertas cosas permitir que la voluntad de
la Asamblea se imponga. Con ello se quita esa fle-
xibilidad que hay que tener en los debates de la
Constituci6n, y esa flexibilidad debi6 haberse
tenido en el dia de hoy, en la que debia tener li-
bertad tanto la Mayoria como la Minoria. No era
possible romper el debate eon cuestiones de
orden en relaci6n con el acuerdo tomado ayer de li-
mitar a diez minutes la discusi6n. Eso no era en
modo alguno, applicable en el dia de hoy, porque el
debate tenia que ser amplio y elevado. No se de-
beria haber planteado la cuesti6n de orden para so-
meter a votaei6n sin haber habido apenas discusi6n.
Deseo hacer un ruego carifioso llamando la aten-
ci6n de la Asamblea en el sentido de que estamos ya
a las seis de la tarde y no creo que debe plantearse
esa cuesti6n por los Partidos de la Coalici6n Socia-
lista DemocrAtica que tienen en su mano la jerar-
quia de la mayoria en estos instantes, porque tengo
la seguridad de que nos va a dar las doce de la no-
che y entonces el acuerdo torado ayer va a ser prac-
ticamente derogado. Vamos a emplear ocho o diez
horas discutiendo estas cosas que resultan trivia-
les. Vamos a concretar la cuesti6n. Si el doctor
Guas, como lider del Partido Liberal, como Conven-
cional, interpreta que esto hay que dejarlo para otro
dia; bien, vamos a dejarlo para otro dia, terminemos.
SR. MANACH (JORGE): Pido la palabra para una
cuesti6n de orden.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el se-
flor Mafiach.
SR. MARACH (JORGE) : He vacilado much en pe-
dir la palabra para una cuesti6n de ordeni, porque no
queria darle la impresi6n al doctor Guas, a quien
tanto aprecio, de que estaba intentando "guilloti-
nar", para usar Ja palabra que aqui tan frecuente.
mente se emp!ea, las nobles palabras que el doctor
Guas estaba pronunciando, pero hemos entrado ya
ed una sesi6n ordinaria, sesi6n ordinaria convocada
para hablar de la Constituci6n, para tratar de la
Constituci6n.
Sefor Delegados: jentremos, de una buena vez a
tratar de la Constituei6n! Dejemcs a un lado el in-
cidente ocurrido; bastante grave es que haya ocu.
rrido, para que ahora suscitemos la posibilidad de






DIARIO DE SESIONES DE LA CONVENTION CONSTITUYENTE


nuevos incidents, a fuerza de comentarios, y de tra-
tar de depurar responsabilidades.
Creo adivinar las palabras con que el Dr. Guks
InclAn iba a terminal su discurso hace un moment,
euando hablaba de la responsabilidad. Creo que no
estamos midiendo toda la dimension que tiene esa
responsabilidad nuestra: la responsabilidad que se
proyecta fuera de este hemiciclo y que se proyecta
sobre las pAginas de la historic. Aqul, entire noso-
tros, le damos una importancia capital a tempes-
tades en un vaso de agua. Fuera, el pueblo de Cuba
esti rumorando, censurando, sefialhndonos con el de-
do; esta diciendo que hemos tenido much ligereza
para cobrar los dineros a la Repfiblica, pero que
no hemos sido igualmente diligentes para discutir
los problems para los cuales la Repfiblica nos ha
traido aqui.
Estamos ya casi enfrentados con la fecha peren-
toria del 9 de Junio en que debemos terminar la
Carta Constitucional. Yo me he asombrado de la
serenidad y hasta de la aparente indiferencia con
que ayer se escuch6 en este hemiciclo la palabra del
Dr. Ferrara cuando emitia su opinion en el sentido
de que no teniamos tiempo de terminar la Consti-
tuei6n antes de la indicada fecha.
Pues bien, yo declare que si la Asamblea se tiene
que retirar de este hemiciclo sin haber terminado
la Constituci6n, los constitucionales de 1940, lejos
de poder blasonar como de un honor de haber sido
miembros de esta Asamblea, tendremos que sobre-
llevar durante toda la existencia el bald6n de ha-
ber dejado incumplido el mandate que el pueblo nos
confiri6.
Sefiores Delegados: hay algo mas grave todavia:
es notorio, y por si no lo fuera yo quiero revelar-
lo aqui, que circula en ciertas zonas intimas de la
vida political y general la especie, el rumor, de que
existe un proyecto constitutional, perfectamente es-
tudiado, perfectamente madurado, perfectamente
calculado para imponer a ultima hora y por sorpre-
sa a esta Asamblea, prevali6ndose de nuestra moro-
sidad en el cumplimiento del mandate que se nos
confiri6.
SR. CORTINA (JOSf MANUEL) : Puede tener la se-
guridad el Delegado senior Mafiach, de que eso es
absolutamente falso. Es una fantasia de algfin des-
ocupado que quiere aumentar mis las sombras que
envuelven el present y el porvenir politico de Cuba.
SR. MANACH (JORGE) : Yo quisiera poder star tan
absolutamente cierto como lo est el Dr. Cortina;
pero yo tengo muy buenas razones, que no revelo,
para pensar que esto es algo m&s que un rumor,
que es un hecho; y el Dr. Cortina crea que en estas
palabras no hay imputaci6n de ninguna clase a nin-
grin miembro...
SR. CORTINA (JOSE MANUEL): Acepto la amable
explicaci6n del Delegado senior Mafiach, pero yo, en
representaci6n de la Mayoria, que es la iinica que
podria tener los prop6sitos a que alude el senior
Mafiach, afirmo que la version que ha llegado a sus
oidos es absolutamente incierta.
SR. MAiRACH (JORGE): Yo mantengo mi afirmaci6n,
(sin que esta afirmaci6n la impute a los miembros
de la mayoria), de que existe tal prop6sito, y no es


del caso en este moment localizar la. extension del
prop6sito...
SR. CORTINA (JOSE MANUEL): No creo que pue-
da venir por el aire una determinaci6n tan extrafia
y trascendental como la que implica la version de
que se hace eco el senior Mafiach.
SR. MARACH (JORGE): No es una fantasia mia,
Dr. Cortina; pero vamos al caso. Lo que tenemos
que hacer es suprimir las exhibiciones de erudici6n.
Yo creo que puedo hablar con alguna autoridad,
y lo mismo los demais miembros que nos sentamos
en estos bancos, porque aunque creo que tenemos
bastante experiencia para podre intervenir en los de-
bates y alin cierto don de palabra, podemos decla-
rar con orgullo, que hemos dado a lo largo de esta
Asamblea un ejemplo de sobriedad, que no hemos
estado interviniendo en estos debates sino breve-
mente...
Sn. MARINELLO (JUAN): ISe incluye en ese ejem-
plo la sobriedad del Dr. Zaydin
Sn. ZAYDfN (RAM6N) : Contestar6 a los Dres. Ma-
rinello y Ferrara que se rien.
SR. MARACH (JORGE) : Cuando hice esa alusi6n me
referia a la zona, m;s limitada...
SR. MARINELLO (JUAN): Entonces tiene toda la
raz6n el senior Mafiach y le doy toda clase de satis-
facciones.
*SR. MARACH (JORGE): Solamente hemos interve-
nido en los debates cuando habia algo precise y con-
creto que aportar, que nuestros diseursos han sido los
mis breves que se han pronunciado; hasta hemos
arrostrado la possible sospeeha de que teniamos temor
a entrar en los debates; y es que no queriamos pro-
ducirnos innecesariamente en esta Asamblea, cuan-
do ya, con lujo de argumentaci6n, en el seno de la
Comisi6n Coordinadora y de las Secciones respecti-
vas, habiamos intervenido de una manera afectiva y
constructive, hablando todo lo que teniamos que ha-
blar.
No hemos estado, pues, haciendo de nuestros esca-
fios tribune piblica, y sin hacer imputaci6n a nadie,
en nombre de la responsabilidad que todos tenemos
y apelando, aunque no sea a otra cosa, al pudor que
todos debemos tener, pido que hagamos porque no
caiga sobre nosotros el bald6n de no haber termi-
nado a tiempo la Constituei6n, y que, a ese fin, ha-
gamos el firme prop6sito de acabar con las pol6mi-
eas y con las explicaciones de los incidents.
SR. Guiis INCLAN (RAFAEL): Sefior Presidente:
en verdad que es curiosa mi position. El senor Mar-
tinez SAenz, Vice-Presidente de la Convenci6n, nos
interpela para que expliquemos las razones por las
cuales se mantuvo en la vice-presidencia de este cuer-
po a pesar de su prop6sito de renunciar. Cuando
estamos dAndole la explicaci6n cumplida de nuestro
prop6sito, cuando estamos tratando de evitar el gra-
visimo problema interno que significa la crisis de
la Mesa, cuando estamos tratando de busearle una so-
luci6n cordial, esta propia tarde, en el mismo momen-
to en que pretend entrar en el sentido de la res-
ponsabilidad y empiezo a desarrollar mi pensamien-
to, el Dr. Mafiach me hurta el pensamiento -no me
hurta el pensamiento porque no puede haber hurto







0 DIARIO DE SESIONES DE LA CONVENTION CONSTITUYENTE


cuando hay un consentimiento de su duefio- y tre-
molando en la alto y desde luego que con un 14xico
mis bello, mis sobrio y elegant, toma el mismo de-
rrotero, pero lo toma nada menos qud como una cues-
ti6n de orden para acallar mis palabras.-
Lo quo iba a decir sefiores Delegados, lo ha dicho
el senior Mafiach. Hago mias las palabras de 1l. Esta
mos mas alli de los noventa dias naturales y hemos
aprobado no mas de cincuenta articulos de la Cons-
tituci6n. La responsabilidad hist6rica de esta Cons-
tituyente es tan grave, que por encima de problems
de interpretaci6n del Reglamento, voy en busca de
aquel sentido de la responsabilidad, que no pertene-
ce a ninglin Partido, porquc es de todos, e invocando
ese alto y noble pensamiento toco en todos los ban-
cos y en todos los escafios para que le busquemos
una soluei6n a este problema que nos permit se-
guir trabajando para terminar con cl cumplimiento
de nuestro deber.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : La Presidencia somete
a la consideraci6n de la Asamblea la proposici6n del
senior Cortina.
SR. SUAREZ FERNINDEZ (MIGUEL): Un moment
senior Presidente.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el se-
fior SuArez Fernandez.
SR. SUAREZ FERNANDEZ (MIGUEL): Antes que la
Asamblea resuelva esta cuesti6n y en ausencia del
lider del Partido senior Prio Socarr6s, ruego a la
Asamblea que acuerde un receso de veinte minutes o
media hora para que pueda reunirse el Comit6 Par-
lamentario del Partido Revolucionario Cubano y
otros Comit6s.
SR. MARTINEZ SAENZ (JOAQUIN) : Antes de some-
terse a votaci6n la proposici6n incidental del senior
Cortina, pido la palabra.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el se-
fior Hartinez Sfenz.
SR. MARTINEZ SKENZ (JOAQUIN): Quisiera hacer
uso de la palabra nuevamente para agradecer lo
que ban dicho los sefiores Cortina ,Bravo Acosta,
Coyula y Guis InclAn, y para declarar de una vez
y para siempre, que no hay en la presentaci6n de
las renuncias nuestras ningfin acto pol6mico, nin-
gin deseo de frustrar las labores de esta Constitu-
yente, la primera de las cuales es establecer la me-
jor inteligencia entire todos los sefiores Delegados.
Creo que digase lo que se diga, de esta Asamblea,
ha. logrado establecer la paz en este pals; un pais
que estaba dividido en fracciones, sectors, e infra-
sectores, que se miraban con odio fratricida, ha logra-
do establecer la paz y el respeto a la mayoria, y eso
hay que acreditArselo, aunque la Constituci6n ten-
ga 300 Articulos y yo creo que debe tener me.
nos-, a quien ha creado un ambient de paz cubana,
a la Convenci6n Constituyente de 1940.
(Aplausos).
Cuando presentamos la renuncia en otra ocasi6n.
lo hicimos movidos por el deseo de restablecer la
normalidad reglamentaria, que era esencial, a nues-
tro juicio, para el desenvolvimiento de esa Asam-
blea. Hemos venido a esta Asamblea a plantear los.


fundamentos de una nueva democracia en Cuba, de
una democracia que habia sido frustrada, y que pa-
recia a punto de zozobrar. La queremos establecer
sobre la base de] regimen parlamentario, que se ba.
sa en el gobierno por la mayoria, respaldado por la
mayoria en el Parlamento, con la aprobaci6n de to-
dos los grupos. Por eso, si el Reglamento establecia
que la Presidencia y la Primer Vice-Presidencia de-
bian llevarse del grupo de mayoria, era s6lo por
una raz6n de cortesia que esta Asamblea declaraba
que no debiamos renunciar. Sin embargo las medi-
das de esa naturaleza tienen un fondo mis profundo,
el fondo de h1 neeosidad de la cooperaci6n absolute
entire la Presidencia y los votos que la respaldan
Claro que la Presidencia podria, en cualquier mo-
mento, encontrarse en una situaci6n de discrepan-
cia accidental -y el hecho se ha producido-, aun-
que el Presidente procediese de los grupos que in-
tegran la mayoria. Pero en ese caso el incident se
resolvia ficilmente porque la gesti6n Presidencial
estaria libre de todo recelo, de toda duda, porque
impide que un acto que carece de importancia se
le diera una trascendencia que no le corresponde.
La Mayoria, generosamente, es una forma que
nosotros hemos agradecido pfiblicamente y me com-
place en repetir ahora, crey6 que no era menester
para el desenvolvimiento favorable de la Asamblea
que el Presidente y el Vice-Presidente, procedieran
de la mayoria: Creo que cometi6 un error, no so-
lo la Asamblea cuando hizo eso; sino tambien nos-
otros, un error de buena fe, al acceder a esa peti-
ci6n. Hoy cuando replanteamos esta situaci6n, lo
hacemos con el Animo de que esta Asamblea que va
a normalizar el ritmo constitutional de nuestro pais
y empieza por restablecer el orden reglamentario
dentro de ella misma. Para ello precise que la Pre-
sidencia este ocupada por un hombre que provenga
de los bancos de la mayoria, y que el que se pro-
ponga para la Vice-Presidencia, tambi6n proceda de
esos baneos ,de modo que la armonia reglamentaria,
que es la que debe existir en todos los Parlamentos, so
restablezca. Por este procedimiento de ninguna ma-
nera pretendemos establecer nuevos abismos que se-
paren a un grupo de Constituyentes de otros Cons-
tituyentes. Lejos de ello sigo creyendo que es necesa-
rio que aqui pensmos en Cuba y que las palabras
que se pronunciaron en la solemne inauguraci6n de
las labores de esta Asamblea, sigan siempre siendo
las que nos rijan: "que los intereses politicos deben
quecarse a Oda puertas del ihemiicqlo'". No 'vean
pues en nosotros, en nuestra actitud, que es inque-
brantable, otro propisito, que el que aqui hemos
querido explicar en su verdadero sentido. Deseamos
la normalidad reglamentaria, paso previo tal vez de
un mas rfpido restablecimiento de la normalidad
constitutional en el pais. Al agradecerle a la Asam-
blea las muestras de confianza reciproca, y la se-
guridad de que cstamos trabajando por y para Cu-
ba, y de que el nuevo Presidente que se elija por la
mayoria, lo sera de la Asamblea y tendri segura-
mente nuestra confianza.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Traslado al senior Cor-
tina el ruego hecho por el senior Suarez Fernandez,
consist en que se recese por 20 minutes.
SR. CORTINA (JOSE MANUEL): Nosotros no tene-
mos inconvenient ninguno en acceder a la petici6n






DIARIO DE SESIONES DE LA CONVrNOION CONSTITUYENTE II


del senior Suarez Fernandez, de un receso de 20
minutes, que es lo que 61 pedia.
SR. SUAREZ FERNANDEZ (MIGUEL): Quiere decir
el senior Cortina contados por el reloj, o 20 minutes
como acustumbra esta Asamblea?
SR. CORTINA (JOSh MVANUEL) : Veinte minutes por
el reloj.
SR. PRESIDENTE (FERRO): 4 Acuerda la Asamblea
un receso de veinte minutes?
(Sefales afirmativas).
Acordado.
(Eran las 6 y 5 P. M.).
SR. PRIESIDENTE (FERRO) : Se reanuda la sesi6n.
( Eran las 6 y 45 p. ni.).
SR. PRfo SOCARRAS (CARLOS) : Pido la palabra.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el se-
fior Prio Socarrds.
SR. PRIO SOCARRAS (CARLOS)S Para pedir a la
Asamblea que accediera a que se prolongara por me-
dia hora mIs el receso, a fin de terminar una de-
claraci6n que est6 acordada ya y que presentaremos
a la Asamblea inmediatamente.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Acuerda la Asamblea
el receso propuesto por el senior Prio 'Socarris?
(Sefiales afirmativas).
Acordado.
(Eran las 6 y 46 P. M.).
SR. PRESIDENTE (FERRO): Se reanuda la sesi6n.
(Eran las 7 y 55 P. M.).
SR. Mu.RTfNEZ FRAGA (ANTONIO) : Pido la pala-
bra.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el se-
fior Martinez Fraga.
SR. MARTINEZ FRAGA (ANTONIO): Para pedir, en
primer lugar, la permanencia de esta sesi6n. En se-
gundo lugar, que haya un receso de diez minutes.
Y en tercer lugar que una vez terminada y resuel-
ta en cualquier forma ]a cuesti6n de las renuncias
de que se ha venido tratando en esta sesi6n, se re-
cese para pasar a la Sesi6n Extraordinaria.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : ~Acuerda la Asamblea
la permaneneia de la sesi6n?
(Senales afirmativas).
Acordado.
4 Acuerda la Asamblea el receso de diez minutes?
(Seeales afirmativas).
Acordado.
SAcuerda la Asamblea que una vez terminada y
resuelta en cuaquier forma la cuesti6n de las re-
nuncias se recese para pasar a la Sesi6n Extraor-
dinaria nuevamente ?
(Senales afirmativas).
A cordado.
Se suspended la sesi6n.
(Eran las 7 y 57 P. M.).
,SR. PRESIDENTE (FERRO): Se reanuda la sesi6n
ordinaria, para tratar de las renuncias.
(Eran las 8 y 15 P. M.).
Se va a dar lectura a las mismas.
(El Oficial de Actas lee).
A LA CONVENTION CONSTITUYENTE
El Delagado que suscribe ruega a los.sefores miem-


bros de la Convenci6n que se sirvan aceptar la re-
nuncia irrevocable que present del cargo de Presi-
dente de esta Asamblea.
Desea a la vez manifestar su inextinguible grati-
tud a los sefiores Convencionales por el honor que
le dispensaron llevAndolo a ocupar tan elevada po-
sici6n.
Al cesac en e! dcsempefio de ese prominent car-
go, quiere dejar constancia que pondrh toda su vo-
luntad y continuara laborando con igual fe y entu-
siasmo por el 6xito de la Convenci6n y porque en
breve sea cumplido ei prop6sito del pueblo cubano
de que sea establecida la nueva Constituci6n de la
Repfiblica.
Con la mayor consideraci6n.
(Fdo). Ram6n Grau San Martin.
Capitolio Nacional, Mayo 17 de 1940.
(El Oficial de Actas lee).
A LA CONVENTION CON'STITUYENTE
El Delegado que suscibe, ,ruega a los sefiores
Convencionales que se sirvan aceptar la renuncia
que con caracter de irrevocable present del cargo
de Primer Vice-Presidente de esta Asamblea.
No quiere hacerlo sin dejar constancia escrita de
ta inmensa gratitud que tiene a los sefiores Conven-
cionales, por el alto honor que le dispensaron de
llevarlo a esa posici6n y de permitirle presidir al-
gunas sesiones con la cocperaci6n de todos los seilo-
res Delegados.
Al retirarse lo hace con una decision firme que
se basa no tanto en los acontecimientos ocurridos,
sino en la convicci6n que tiene de que la normalidad
de la Asamblea Constituyente require que el Re-
glamento se cumpla en su integridad, y 6ste estable-
ce que el Presidente y Primer Vice-Presidente sean
designados por la mayoria y cuente con su con-
fianza absolute, sin reserves de ningun g6nero.
Espera el Delegado que habla que este incident
sea olvidado y que no d6 ocasi6n a que se rompa' la
armonia necesaria en el seno de este alto Cuerpo,
a fin de que sigan siendo eiertas las palabras inau-
gurales pronunciadas por los oradores en aquella
ocasi6n, de que en este hemiciclo se entraba al ser-
vieio de la patria y se dejaban en la puerta los inte-
reses de Partido.
Con la mayor consideraci6n.
(Fdo). Joaquin Martinez Sdenz.
(El Oficial de Actas lee).
Capitolio Nacional, Mayo 17 de 1940.
A LA CONVENTION CONSTITUYENTE
El Delegado que suscribe, viene, por la present
a hacer formal e irrevocable renuncia del cargo de
Secretario de esta Convenci6n.
Reitera su gratitud a los sefiores Convencionales
por el honor que le han dispensado eligi6ndolo para
tan alto puesto.
Al cesar en sus funciones, desea hacer constar que
:continuara poniendo toda su buena voluntad y sus
esfuerzos por el mejor desenvolvimiento de las ta-
reas que le han sido encomendadas como Delegado.
Con toda consideraci6n.
(Fdo). Dr. Em'ilio Ngiez Portuondo.






12 DIARIO DE SESIONES DE LA CONVENTION CONSTITUYENTE


Capitolio Nacional, Mayo 17 de 1940.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Se somete a la conside-
raci6n de la Asamblea.
SR. SUAREZ FERNINDEZ (MIGUEL): Sefior Presi-
dente: Yo quisiera que se le diera lectura a una de-
claraci6n conjunta de los Comit6s de la Oposici6n
que esti formulada.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Se le va a dar lecture.
(El Oficial de Actas tee).
A LA CONVENTION CONSTITUYENTE
Reunidos los Comit6s Parlamentarios de los Par-
tidos Revolucionario Cubano, Acci6n Republicana y
A B C, hacen constar al Pleno de la Asamblea Cons-
tituyente, lo siguiente:
1.-Que en la sesi6n extraordinaria del dia de hoy,
el President de la Convenci6n Constituyente, Doc
tor Ram6n Grau San Martin, al aplicar de un mo-
do estricto y just el Reglamento, se vi6 requerido
para que sometiese su resoluci6n al Pleno, al pre-
tenderse por algunos Delegados de la Mayoria que
se aplicasen, indebidamente, a debate de indole extra-
constitucional acuerdos tomados para regular las de-
liberaciones sobre el Dictamen sometido a la Con-
venci6n.
2.-Que dada la actitud expresa o tactiea de la
mayoria de los Delegados pertenecientes a la Coa-
lici6n Socialista Democr6tica y teniendo en cuenta lo
desusado del procedimiento, que es la primera vez
que se utiliza en las sesiones de la Convenci6n rom-
piendose asi la armonia liasta ahora mantenida y
faltdndo e a la promesa de franca colaboraci6n y coo-
peraci6n que determine la aceptaci6n de las renun-
cias que hubieron de presentarse al producirse un
desplazamiento de fuerzas political en el seno de
la Asamblea, era de presumirse que dicha apelaci6n
implicaba el planteamiento de una cuesti6n de con-
fianza, por lo cual el Doctor Ram6n Grau San Mar-
tin present la renuncia de su cargo conjuntamen-
te con el Doctor Joaquin Martinez Sienz y el Doc-
tor Emilio Nfifiez Portuondo que hicieron dimisi6n
de la Vice-Prcsidencia y la Secretaria, respectiva-
mente.
3.-Que estos Comites Parlamentarios entienden
que la actitud de los Dres. Ram6n Grau San Mar-
tin, Joaquin Martinez Saenz y Emilio Nifiez Por-
tuondo esta perfcctamente justificada y es la ade-
cuada y usual dentro de las pricticas parlamenta-
rias, por lo que respaldan plenamente su decision
e instan al Pleno de la Asamblea a que se acepte
las renuncias presentadas con earActer irrevocable.
4.-Que no obstante esta decision a que las cir-
cunstancias y las pricticas parlamentarias obligan,
los Partidos que integran la minoria de la Conven-
ci6n Constituyente reiteran el prop6sito que en di-
versas ocasiones han manifestado de seguir contri-
buyendo por todos los medios a su alcance a mante-
ner en el seno de la misma un ambiente de sereni-
dad y ccnvivencia political, esforzAndose asimisnmo por
viabilizar el ripido process de aprobaci6n de la
Carta Fundamental de la Repfiblica.
Sal6n de Sesiones de la Convenci6n Constituyen


te a los diez y siete dias del mes de mayo de mil no-
vecientos cuarenta.
(Fdo). Carlos Prio Socarrds; Jorge Maicach; Ra-
m4n Zaydin.
SR. CORTINA (Josi MANUEL): Sefior Presidente:
Pido la palabra.
ISR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el se-
fior Cortina.
SR CORTINA (Jos MANUEL): Sefior Presidente
y sefiores Delegad.os He oido la lectura de las re-
nuncias de los sefiores Ram6n Grau San Martin,
Joaquin Martinez Saenz y Emilio Nifiez Portuon-
do, redactadas en virtud de una interpretaci6n de
circunstancias, y las declaraciones qua posterior-
mente han hecho los partidos respectivos a que per-
tenecen dichos distinguidos Convencionales
Yo necesito declarar, en nombre de la Coalici6n
Socialista Democrftica, que la apreciaci6n que se
hace dentro de esa declaraci6n -no en las comu-
nicaciones de ranuncias, que dala tratan sobre ese
particular- esta equivocada en todos los puntos de
vista que mantiene sobre nuestra actitud y nues-
tro prop6sito.
La Coaiici6n Sccialista Democritica, haciendo bue-
no el lema que adopt al comenzar las sesiones de
la Constituyenite: los partidos fuera y la Patria
dentro, cuando tuvo dentro de sus lines political
suficientes Delegados para constituir una gran Ma-
yoria dentro de esta Asamblea, lejos de utilizarla
inmediatamrente para fines politicos de predominio,
se apresur6 a solicitar del senior Ram6n Grau San
Martin y del senior Joaquin Martinez S6enz, que se
mantuvieran en los cargos de] Presiderte y Vice-
Presidente de la Convenci6n. La Coalicin, con ple-
na conciencia patri6tica del acto que realzaba, ofre-
ci6 su concurso y su apoyo hasta la terminaci6n de
las dificiles tareas de esta Asamblea
No podiamcs haber tenido ningin prop6sito poli-
tico de ocupar con nuestra mayoria la mesa de la
Convenci6n, porque un organismo de la importan-
cia y capacidad de la Coalici6n Socialista Democri-
tica no hubiera entonees adoptado ese amino, sino
que desde escs primeeros moments hubiera acep-
tado las renuncias presentadas. No nos aprovecha-
mos de nuestra mayoria en aquel moment en que
todo era possible, ficil y 16gico, y en que la elec-
ci6n de un Presidente nuestro era una consecuen-
cia natural. iC6mo puede explicarse que ahora,
en derredor de un incident reglamentario, sobre un
acuerdo tomado hace 24 horas, ]a Coalici6n Socia-
lista Democritica tuviera el mas ligerro prop6sito
de plantear cuestiones de confianza indirectas al
President senior Grau San Martin o al Vice- Pre-
sidente senior Martinez Saenz?
(Ap'lausos).
Seria suponer en nosotros una eapacidad political
muy escasa, para que, aprovechando esta eventual
circunstancia, produj6ramos resultados y confliclcs
de esa naturaleza. En el curso de los debates ante-
riores hemos tenido oportunidades extraordinarias y
de mayor facilidad para haber planteado cuestiones
de confianza, que rApidamente se hubieran resuelto,
dada la reconocida delicadeza de los renunciantes.







DIARIO DE SESIONES DE LA CONVENTION CONSTITUYENTE 13


Nada de lo que dice esa declaraci6n es exacto en
cuanto al juicio que forma do nuestro prop6sito
y de nuestra intenci6n. Es lamentable Ia interpre-
taoi6n equivocada que e e an dad6 los seiiores Dele-
gados de a 'Oposici6n y los renunciantes, a la aeti-
tutud patri6tica, noble y llena de grandeza moral
que ha tenido !a Coalici6n Socialista Democrftica
en cuanto a respaldar al Presidente de !a Conven-
ci6n.
Por esta raz6n, yo reafirmo -y qu'iero que hist6-
ricamente quede bien aclarado- que no tenemos ni
hemos tenido el prop6sito de considerar a la Mesa
de la Convenci6n 'Constituyente como un xganismo
politico, sujeto a los cambios eventuales de esta
Asamblea.
Creemos que la Patria, como sentimiento de soli-
daridad, si no predomina en nosotros en los gran-
des mementos, ahora y despues, muy pobres resul-
tados podrd esperar de nuestra dificil tarea.
Por eso nosotros, al apoyar al senior Grau San
Martin, quisimos significar con ello una expresi6n
simb6lica, en todos los instantes, de que deteniamos
las banderias political en cuanto a la direcci6n de
los graves debates que aqui se sostienen. Queriamos
que esto significara tambien que deseamos alejar
el oleaje oscuro y turbio de las pasiones political de
la calle, de los bancos de esta Asamblea
Queriamos igualmente significar que considera-
mos ahora y despues, fatal para nuestra obra que
las pasiones irritadas de una pr6xima contienda
electoral nublen la actuaci6n de los Delegados y
priven a nuestras resoluciones de !a serenidad y ele-
vaci6n que ellas deben tener.
La Coalici6n Socialista Democritica ha tenido
siempre el prop6sito de alejar de esta Asamblea to-
da lucha political de caricter partidario. A esta li-
nea de condueta obedeci6 el mantenimiento en la
Presidencia y el apoyo que le hemos prestado en la
Presidencia de la Convenei6n al senior Ram6n Grau
San Martin.
Por esta raz6n yo propongo a la Coalici6n Socia-
lista Democritica, que puesta de pie, ratifique en
su, cargos a los renunciantes.
(Los Delegados de la Coalicidn Socialista Demo-
crdtica se ponen de pie).
Esta es ]a actitud con que corresponde la Coalici6n
Socialista Democritica, a la equivocada apreciaci6n
que se ha hecho de los pasados ircidentes.
Nosotros deseamos que los Ielegados de los Par-
tides a qare pertenecen los Delegados renunciantes,
apreciando la grandeza moral y patri6tica de este
acto lo acepten con la misma elevaci6n y respeto de
la integridad moral de esta Asamblea, con que nos-
otros lo hemos realizado.
(Aplausos).
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el se-
fior Prio Socarras.
SR. PRIO SOCARRAs (CARLOS) : Sefior President y
sefiores Delegados: De veras es do agradecer la ac-
titud y las palabras de los C'onvencionales de ]a
Coalici6n, al tender conocimeinto de estas renuncias
y de la declaraci6n de los respectivos Comites Parla-
mentarios de la oposici6n.


Pero estiman 6stos, que no fu6 err6nea ni equivo-
cada su decision, porque si es sostenible por el Con-
vencional Cortina la forma y manera en que se pro-
dujo el debate, para afirmar que no hubo el plan-
teamiento de cuesti6n de confianza, sin embargo, es
perfectamtnte apreciable por los Convencionales de
la Oposici6n, que es una interpretaci6n correctisi-
ma, como puede verse a poco que se d6 una ojeada
a la Moci6n presentada ayer por este conventional,
y firmada por los demds lideres de la Coalici6n. Aqui
se dice textualmente -y debe decir aqui que se pu-
sieron estas palabras en el pleno conocimiento de lo
que se hacia y con plena capacidad del aicance
de esa declaracion o, esa Moci6n;-- se dice textual-
mente, que en la discusi6n y tratamiento del Dicta-
men, articulos y enmiendas se emplearia un tiempo
determinado de 10 minutes. Cuando se dijo de mo-
do express que se referia a los articulos y dictmmenes
es porque se queria excluir la Moci6n, de los dem6s
debates, que no se contrajeran concretamente al tra-
tamiento de los problems constitucionales que esta-
mos debatiendo en este hemiciclo, porque es clara y
concrete la Moei6n, porque no admit interpretaci6n
de ninguna clase, es por lo que, al ser interpretada,
menos ain, al ser leida por e] senior Presidente, no
cabia la apelaci6n a la Asamblea, para (lae esta di-
jera si estaba o no equivocada la aprobaci6n del
President de la Asamblea.
Pero mis que todo esto, Convencional Cortina, ha
de tenerse en cuenta que todos los Convencionales
de !a Oposici6n tienen ]a seguridad plena de que, tan
pronto como se planteen en el seno de la Convencl6n
los problems extra-constitucionales, como el que se
esta debatiendo hoy, se podrdn plantear' de nuevo
cuestiones de confianza y hard crisis de nuevo la
Convenci6n.
Si yo supiera--y hablo ahora en mi nombre per-
sonal--, que lo Uinico que se iba a tratar en el res-
to de los dias qua quedan para discutir la Constitu-
ci6n de Cuba fueran los articulos de 'a Constitu-
ci6n, yo creo que podria aceptar perfectamente se-
guero, de que el resto de los Convencionales 'de la
Coa!ici6n Socialista mantendrian la misma actitud
que mantuvieron hasta la tarde de hoy Pero como
se que est' en la Orden del Dia de hoy y de dias pr6-
ximos el tratamiento de cuestiones en que discrepa-
mos ]a Oposici6n y la Coalici6n Socialista Democraiti-
ca, pero que discrepamos como cuesti6n de principios
de mantener nuestros personales puntos de vista, yo
se que tan pronto como esta situaci6n se produzca ha-
bria de surgir do nuevo el incident, come aunque
quiera afirmarlo con palabras elevadas y carifiosas
el Conventional senior Cortina, se present esta tar-
de aqui y tom6 caracteres de violencia, torque de-
trAs de esa discusi6n no estaba el interns general de
]a Repfiblica, sino el interns partidarista de alguno
de los muchos que se sientan aqui.
Cuando una Convenci6n Constituyente, empren-
de por el derrotero en que vamos, se convierte en
un Parlamento corriente en que van a diseutirse
cuestiones de partidos, a discutirse interests de gru-
pos. es indiscutible que hay que atemperarse a la
expresi6n o vision de lo que es un Parlemento, mis
que lo que es una Convenci6n Constituyente. Por
eso dije que si fueramos a tratar unicamente el ar-






14 DIARIO DE SESIONES DE LA CONVENTION CONSTITUYENTE


ticulado de la Constituei6n era possible que reconsi-
derAramis nuestra actitud, pero come sabemos, ade-
mis, que en Ja conciencia de los que han presentado
sus renuncias, no hay rcncores, no hay mal que-
rencia porque se hayan producido esos cases, sino
el deseo, quizis, de viabilizar las deliberaciones de la
Asamblea, asi como las cuestiones que han de plan-
tearse, es per lo que los Comites a que pertenecen.
han creido su actitud correct y han convenido en
csasl declaraciones, que los components respaldan
en todo su alcance y estimaron bien que estas ha-:
yan sido plantcadas con caraeter de irrevocable.
No hay en una sola de las declaraciones leidas, ya
sea las de las renuncias, ya sean las do los Comi-
tes Parlamentarios, sino la afirmaci6n rotunda de
que queremos acertar, y que queremos Ilegar al fi-
nal de la Constituei6n, dando al pais la nueva Cons-
tituei6n que quiere. Por eso es que decimos que
estaremos plenamente a la disposici6n Je la Pre-
sidencia que se elija, para cumplir estrictamente el
Reglamento, pero en ningfin moment traer cuestio-
nes a la Asamblea que puedan interceptar el quo
podamos terminar dentro del tiempo convenido la
Constituci6n nueva que la Reptfblica espera y que
nosotros nos considerariamos defraudado, y traido-
res a nuestros deberes y a nuestra patria, y hasta
a este pueblo que nos eligi6 con mayoria, aunque,
sefiores de la Asamblea, circunstancias posteriores
hayan convertido en minoria lo que f'i6 entonces
una mayoria, quo expresaba el sentir del pueblo cu-
bano, y el hecho de que ahora los que escaban en la
acera de enfrente se eneuentren en la otia, no quie-
re decir que en el moment de la elecciin, los que
fuimos electos, no representrramos la mayoria del
pueblo cubano, que nos eligi6.
Por eso, con esa alta responsabilidad, queremos
terminal !a Constituei6n, y no teman los Convencio-
nales sobre ja posibilidad de obst6culos posteriores.
Tengo la seguridad, y lo digo asi en nouibre de los
tres Comites que representan los Partidos de la Opo-
sici6n, de que vamos a star trabajando continua-
mente para terminar nuestras labores; pero que, eso
si, euando se traten cuestiones extra-constitucio-
nales. siempre la Opcsici6n estar5i en el deber que
eree de su alta responsabilidad, por tratarse de cues-
tiones circunstanciales, de emplear todos los resorts
parlamentarios para evitar que suceda jo que crea
que es inoportuno tratar, porque lo principal de es-
ta c.esti6n, s6panlo los sefiores Conveneionales, de
esta cuesti6n que ha surgido aqui hoy,. estriba en
dos o tres punto3. come son la habilitaci6n del Con-
greso y su oportunidad. Nosotros hemos dicho que el
Congreso se habiiitard tan pronto come no haya un
6rgano legislative capaz de responder a contingen-
cias inesperadas, pero que no es precise hacerlo aho-
ra porque tropezariamos con este grave inconve-
niente: que tendriamos que reformar el Estatuto
Constitutional de 1935, despues de haberlo decla-
rado, como declaramos antes, al reformar el articulo
115, que nos declarhbamos libres y soberanos para
redactar una Constituci6n, no para enmendar el Es-
tatuto Constitucional existente.
Como en esos puntos ha de haber grandos dis-
crepaneias, y han de plantearse intensos debates,
porque s6 que la Coalici6n Socialista Democrdtica


cstai dispuesta a hacer valer sus votes para obtener el
6xito on estas cuestiones, que no son de la incum-
bencia de la Convenci6n, es por lo que creemos co-
rrecta la actitud'de los sefiores de la Oposici6n, pre-
sentando sIus renuncias, y reafirmando el criteria de
!os Comit6s Parlamentarios, estimamos que es la opor-
tunidad de plantearla, y que ncsotros todos haremos
lo possible per terminar la Constituci6n, para que
eualquiera que sea el resultado de esos debates y
esta actitrd, terminemos la Constituci61 de Cuba,
si no queremos salir manchados por la indignidad y
per ]a traici6n, per no haber sabido cumplir con un
deber que nos intpuso el pueblo que fu6 el que nos
e!igi6, y que estt atento a los acontei;aientos de
Ia Asamb!ea. Jam6s se han visto mAs c'.lmadas las
tribunas de un Parlamento en Cuba, jamnis los ra-
dios se han oido con tanto interns, con tanto amor
v decision de saber de qu6 se trata, como en las la-
borms de esta Asomblea, y como es grade el inte-
r6s del p6blico, que comprende que de esto trata el
porvenir de nuestra patria, asi grande ha de ser tam-
bi6n el prop6sito decidido de llevar a feliz termino
la Constituei6n le la Repfiblica.
Yo espero que a pesar de los intereses partidaris-
ta.s llegaremos a terminar esta labor y a dotar al
pueblo de Cuba de una Constituci6n que sirva para
en un future darle todas las garantias y todo el
bienestar que necesita para solventar sus necesida
des.
Sa. CORTINA (JOSE MANUEL): Sefior Presidente:
Pido la palabra.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el se-
nor Cortina.
'SR. CORTINA (JOsE MANUEL) : Sefior Presidente
y sefiores Delegados: Las palabras que he pronun-
eiado aqui anteriormente, representan claramente
la oolitica de la Coalici6n Socialista Democratica y
la interpretaci6n que dames nosotros a! incident
ocurrido.
Despu6s de haber ratificado la Coalici6n Socia-
lista Democrdtica su confianza a los sefores renun-
ciantes, he oido las declaraciones del lider del Par-
tide Revolucionario Autintico, senior Prio Socarrhs,
en las cuales se ratifica el prop6sito irrevocable de
los Delegados renunciantes, de acuerdo con sus par-
tides.
En vista de esto, y para adaptar un acuerdo de-
finitive sobre esas renuncias, solicito que tanto es-
tas, come las declaraciones que se han formulado
per escrito, quedan sobre la mesa, Para que la Asam-
blea trate el problema en una pr6xima sesi6n.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Se pone a votaci6n la
proposition del senior Cortina, en el sent.do de que
las renuneias presentadas, asi come las declaraciones
de los Comit6s Parlamentarios, queden sobre la me-
sa, para resolverlos en una de las pr6ximas sesio-
nes...

SR. SuiREZ FERNANDEZ (MIGUEL): Sefior Presi-
dente: Yo pido que el acuerdo se tome en votaci6n
nominal.






MIARIO DE SESIONES DE LA CONVENTION CONSTITUYENTE if


SR. PRESIDENTE (FERRO): Por haberlo solicita-
do un senior Delegado, se va a votar nominalmente
la Proposici6n del senior Cortina.
Los que esten conforme con la misma, en la forma
ya expuesta por la Presidencia votarin que si; los
que no est6n conformes votarin que no.
(Se efectia la votacidn).
SR. PRESIDENTE (FERRO): Han votado 68 sefio-
res Delegados. Cuarentid6s que si y veintiseis que no.
Votaron a favor los seiiores: Alomd, Alvarez Con-
zdlez, Benitez, Bravo Acosta, Busto, Cabrera, Calvo,
Casanova, Cordero, Corona, Cortina, Correoso, Co-
vula, Dellunde, Don, Duarte, Ferrara, Fueyo, Gar-
cia Agilero, George, Guds Incldn, Hornedo, Jay,
Lopez Negr6n, Marinello, Mdrquez Sterling, Marti-
nez Fraga, Mendigutia, Meso, Nniiez Mesa, Pons,
Prieto, Pcy, Robau, Roca, Rodriguez Cartas, Sdnchez
Mastrapa, Silva, Vilar, Villar, Vinent, Boada y
Ferro.
Votaron en contra los sefiores: Alvarez de la Ve-
ga, Capablanca, Cuervo Navarro, Chibds, Esteva,
Ferndndez de Castro, Galano, Garcia Rodriguez,
Herndndez de la Barca, Ichaso, Laurent, Ma-
Martinez Sdenz, Mesa, Moreno, Mujal, Nifiez
uondo, Ochoa, Parrado, Prio, Rodriguez Rodri-
Sudrez Ferndndez, Villoch y Zaydin.
Queda aprobada la proposici6n del doctor Cor-

Tiene la palabra el senior Aurelio Alvarez para
car su voto.
SR. ALVAREZ (AURELIO): Sefior Presidente y se-
; Delegados: He votado que "no", porque da-
la irrevocabilidad de las renuncias formuladas
el respaldo fundamentado que le han presentado
: Comites Parlamentarios de los Partidos Oposi-
'stas, que tienen asiento en esta Asamblea, en-
tiendo que !a mayoria no ha debido tomar un tri-
mite dilatorio, sobre todo cuando en las renuncias
respectivas ha sido expresado y tambien en el do-
cumento leido de los expresados Comit6s Paralamen-
tarios que tanto los dimitentes como 6stos, han te-
nido el prop6sito de normalizar las sesiones y el
desenvolvimiento de esta Convenci6n.
Si esto es asi, como incuestionablemente lo es, el
que habla estima que no ha debido tomarse el trA-
mite dilatorio que la Asamblea acaba de acordar con
los votos de la mayoria a propuesta del Conven-
cinal doctor Cortina. Y hablando como lo estoy ha-
eiendo en mi propio nombre, rogaria a la Mayo-
ria que procurara ponerse de acuerdo cuanto antes
para sustituir a los dimitentes y hacerse cargo de la
responsabilidad, que como tal mayoria tiene, de los
rumbos de la Asamblea desde sus puntos de vista.
SR. PRESTDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el se-
iior Coyula para explicar su voto.
SR. COYULA (MIOUEL): Sefior Presidente y sefio-
res Delegados: He votado que "no", porque dada
las circunstancias especiales en que este incident
se ha producido, me parecia convenient dejar a los
elements de la mayoria en condiciones de estudiar
con calma la situaci6n.


Cuando el senior Cortina indicaba a los compo-
nentes de la Coalici6n Socialista Democrdtica que se
pusiesen de pie, rindiendo merecidisimo tribute a
los renunciantes, el que habla no pudo tender la sa-
tisfacci6n de levantarse para unirse a los Delegados
de la mayoria; porque inesperadas circunstancias lo
situaron en condiciones peculiarisimas. Elegido el
15 de Noviombre po'r el Partido Dem6crata Repu-
blica y obligado por un juramento y por mi lealtad
tie caballero a defender aqui los principios e idea-
les de tal Partido, no figure, sin embargo, en la Coa-
lici6n Socialista Democratica. Las orientaciones de
cierto moment politico me colocaron en situaci6n
espeeialisima entire mis compafieros de esta Asam-
blea.
Ya que ina explieaci6n de voto se me present de
manera oportuna, -y pidiendo benevolencia a to-
dos-, quiero hacer constar lo siguiente: desde que
-l acontecimiento antes aludido se produjo, no
pertenezeo a la mayoria ni a la minoria de esta
Asamblea. He tenido una especie de escripulo de
conciencia; algo asi como un conflict spiritual en-
Ire una gran idea y un gran sentimiento. Dicha
idea me impedia aceptar una orientaci6n que yo es-
timaba inconvenient para mi Partido y para mi
pais, en tanto que*el aludido sentimiento me impe-
dia pasar a opuesto bando para combatir a un hom-
bre que tiene con mi historic y con mi afecto las mis
profundas vineulaciones. Permitidme, sefiores asam-
bleistas, esta franca definici6n de mi conduct.
Sefior Presidente y sefiores Delegados: muy a pe-
sar, actfio en esta Asamblea exclusivamente como un
simple Delegado, como un Delegado modestisimo, del
pueblo de Cuba.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el se-
fior Pelayo Cuervo para explicar su voto.
SR. CUERVO (PELAYO): Seiior Presidente y se-
nores Delegados: Explico mi voto easi en contra de
mi costumbre, por la condici6n de no encontrarme
en estos moments afiliado a ninguna organizaci6n
political. De suerte que mi situaci6n de indepen-
diente va mas lejos aun que la del senior Coyula,
porque creo que 61 todavia continue afiliado a al-
gin Partido politico.
He votado que no, a pesar de constarme el noble
prop6sito de la proposici6n del Delegado senior Cor-
tina a nombre de la Coalici6n Socialista Democrati-
ca, -palabras y prop6sito respaldado por la actitud
ie la mayoria al ratificar su confianza a los dimiten-
tes,- he votado que no, porque creo que oste era
un problema que debia consultarse personalmente a
los dimisionarios.
SHe hablado con los doctors Niifiez Portuondo,
Martinez SAenz y Grau San Martin. Como no ven
la posibilidad de una reconsideraei6n de su actitud
y de su resoluei6n, creo que este problema no se debe
dilatar mis y he ahi la raz6n fundamental y finica
d'e que haya votado que no.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene ]a palabra el se-
nor Chibds para explicar su voto.
Sn. CHIBns (EDUARDO) : Sefior Presidente: IIe
votado que no, porque entiendo que el carfeter de






16 DIARIO DE SESIONES DE LA CONVENTION CONSTITUYENTE


las renuncias presentadas, por ser irrevocables y por
las circunstancias que las acompafian, recomiendan
su rdpida decision per esta Convenci6n Constituyen-
te. Y esas circunstancias son claramente conocidas
ie todos los Delegados de la Asamblea.
El Dr. Grau, Presidente de esta Convenci6n, in-
terpretando de una manera correct, de la finica ma-
nera como podia interpretarse en el caso planteado,
el .Reglamento de la Constituyente, porque ese Re-
glamento, en ese articulo, era claro, era precise, era
terminante. No podia interpretarse de dos mane-
.as distintas; no cabia mas que una fnica inter-
pretaci6n, que fu6 la que le di6 el Presidente de la
Convenci6n.
Y al encontrarse esta interpretaci6n atacada en la
forma violenta, en forma drAstica, por dos distin-
guidos Delegados, y no dos delegados cualesquiera, si-
no dos lideres pertenecientes a dos partidos de la Coa-
lici6n Socialista Democritica, al Presidente de la
Asamblea no le cabia otro camino que renunciar
a la Presidencia abrazado al Reglamento, abrazado a
ia legalidad, de la misma manera que en otra hist6-
lica oportunidad renunciara tambi6n a la Presiden-
cia de la Repfiblica abrazado tambi6n a la bandera
de la patria, porque si son hermosas las palabras del
Dr. Cortina, hermosas en lo que implican, y en la
sinceridad que no dudo que esas palabras tuvieran,
hay que reconocer que no responded a la realidad
que habia en esta Asamblea en el moment que se
planted el debate, motive de la renuncia de los tres
compafieros; y no responded a esa realidad, por-
que, como antes he dicho, dos Delegados de la Coali-
ci6n Socialista Democritica y no dos simples Dele-
gados de la Coalici6n, sino dos lideres de Partidos
significados de esa Coalici6n plantearon la cuesti6n
Jp confianza; se situ6 uno de ellos de manera aira-
da frente a la Presidencia, desobedeciendo sus ins-
trucciones y declarando de una manera enfitica que
pretendia plantear esa interpretaci6n al seno de la
Asamblea para que desautorizara la resoluci6n dic-
tada per la Presidencia. Me refiero al lider del Par-
tido Conjunto Nacional DemocrAtico, Dr. Antonio
Martinez Fraga. Y tambi6n a otro lider de desta-
cado Partido de la Coalici6n Socialista Democrati-
ca, el Dr. Antonio Bravo Aeosta, hubo de expresar,
quizas en un moment de violencia, que eso era lo
que 61 queria acabara de resolver la Presideneia pa-
ra entonces plantear y remitir el asunto a la Asam-
Slea.
Y con qui prop6sito queria el Dr. Bravo Acosta
lider del Partido Dem6crata Republicano, que re-
solviera el Presidente en una forma para despues
remitir el asunto a la Convenci6n, si no era con el
prop6sito de desautorizar la resoluci6n de ]a Presi-
dencia colocindolo en la obligaci6n de renunciar a
esa P-residencia?
Frente a esta situaci6n, hay que confrontar una
disnaridad entire las bellas y hermosas palabras del
senfor Cortina y el pron6sito enunciado aaui de una
manera clara por el.Lider del Con'unto Nacional De-
mocratico y per el Lider del Partido Dem6crata
Republican. Y es que todo este problema se plan-
teaba tambi6n con un motive ajeno a la Asamblea
Gonstituyente, un motivo por complete ajeno a la


misi6n que el pueblo nos encomendara, para venir
aqui, porque es lamentable que esta reuni6n de la
.Asamblea Constituyente haya sido convocada y todo
esto haya dado lugar, no por una discusi6n sobre la
Carta Magna, sino por una discusi6n sobre un inte-
>rs politico partidarista, como es indiscutiblemente
el caso de la Senaduria de la Provincia de Santa
Clara.
Para terminar, yo quiero declarar que la nueva
Presidencia ha de tener la cooperaci6n mia, como
seguramente tendra la de todos los compafieros de
la Oposici6n, en todo lo que se refiera a redactar
de una manera ripida la Constituci6n de la Re-
pudblica, que es para lo que el pueblo nos enviara
aqui. Pero no ha de tener cooperaci6n en ningun
sentido, sino todo lo contrario, nuestra oposici6n
cuando esta Asamblea se quiera salir de ese cauce
natural de hacer una Constituci6n para proyectar-
so por derroteros politicos partidaristas, tratando
cuestiones que deben ser ajenas a esta Convenci6n,
como lo es la Moci6n que se habia presentado, como
lo es tambi6n la rehabilitaci6n del Congreso, como lo
es tambi6n la extension del Estatuto Constitueional.
Todas esas son cuestiones ajenas por complete a es-
ta Asamblca, son cuestiones de ventajas political
para uno de los sectors representados aqui, pero
no pueden traducirse nunca en ventaja para I
tro pueblo, porque para lo que nosotros est;
equi reunidos es preeisamente, para redactar la -
la Fundamental de la Repfblica, olvid6ndonos
todos esos criterios partidaristas.
Por evo yo voy a te'rminar pidiendo a esta A
blea que termine tambi6n, pero que termine rd]
mente la cuesti6n political, para entrar de lleno
el studio de la Constituci6n de la Rep6blica
bana.
SR. BRAVO ACOSTA (ANTONIO): Seiior Pres
te: en su oportunidad, para alusiones.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el se-
fior Mujal, para explicar su voto.
SR. MUJAL (EUSEBIO): Sefior Presidente y se-
fiores Delegados:
Brevemenie para explicar mi voto. La palabra
de los compafieros del Partido Revolucionario Cu-
bano que ban hablado antes de mi turn, han ex-
plicado claramente nuestra opinion. Simplemente
me interest aclarar dos cosas, por las cuales he vota-
do que no. Una, porque creo que la mayoria, (a
pesar de lo expresado por el senior Cortina, y por el
gesto ponderado y noble de haberse puesto de pie
en homenaje a los compafieros de la Mesa que han di-
mitido), la Mayoria, repitQ, deberia resolver r6pi-
damente esa situaci6n ante el caricter de irrevoca-
ble que tienen las renuncias; y en segundo lugar,
que mi partido necesita come una cuesti6n funda-
mental, que ]a Mayoria de ]a Asamblea, que por con-
vivencia no habia planteado hasta el dia de hoy la
crisis de la Mesa de la Asamblea, la Mayoria de la
Asamblea debe tener la responsabilidad de tener en
sus manos la Presidencia, para que en definitive, co-
mo mayoria en la Asamblea, tenga la responsabili-
dad de lo que en el future pueda suceder en esta
Asamblea Constituyente.







DIARIO DE SESIONES DE LA CONVENTION CONSTITUYENTE 17


SR. PRESIDENTE (FERRO): Tiene la palabra el se-
f'or Prio SocarrAs, para explicar su voto.
SR. PRIo SOCARRAS (CARLOS) : Sefior President y
sefores Delegados: Con conocimiento del carActer de
irrevocable de la renuncia de los compafieros perte-
iecientes a la Mesa, he votado que no, porque creo
que cuanto antes seria mejor qpe se ,resolviera la
crisis presidential de la Asamblea Constituyente.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el se-
ior Snarez Fernandez, para explicar su voto.
SR. SUAREZ FERNANDEZ (lMIGUEL): Sefior Presi-
dente y Sres. Delegados: He votado que no a la sus-
pensi6n de debate planteado por la Coalici6n Sccialis-
ta DemocrAtica, porque creo que hey de todos modos
se producia la crisis de ]a Mesa de la CAmara para
mejor servir los designios politicos de la Coalici6n
Socialista DemocrAtica. Es la primera oportunidad
(n que en esta Convenci6n Constituyente se preten-
dia apelar de una resoluci6n presidencial,-y tengo la
ceguridad que no se estaba dentro de un criterio
politico de ]a Coalici6n, se defendia un acuerdo,
de la reunion celebrada en los elegantes salones del
Casino Deportivo, por los integrantes de la Coali-
edon Socialista DemocrAtica, con su Lider y candi-
date Presidencial. Tengo la seguridad que la noche
de hoy va a ser muy fructifera en interpretaciones
reglamentarias, porque la Coalici6n ha venido esta
noche a hacer triunfar su tesis, en la forma violen-
ta que nos tiene acostumbrados el que dirige la Coa-
lici6n, y como hasta hace poco lo hacia en la Cama-
ra. Y es, sefiores, emplear todos los medios, valerse
de todos los procedimientos para lograr su objeto.
El reglamento sera esta noche, yo se lo aseguro
a todos, en mAs de una oportunidad letra muerta
para la Coalici6n, como antes lo fu6 en determina-
'a oportunidad en el Congreso, y tengo esa seguri-
dad porque de otra manera no estariamcs congrega-
dos aqui; si la Coalici6n no viniera con un desti-
no politico fatal, inexorable, con una cuesti6n de
partido debatida, trabajada,. elaborada intensamente
por su caracterizado Lider, aqui no estariamos reu-
hidos esta noche.
Pues bien, todos los votos de la Coalici6n, todos,
aRsolutamente todos los que tiene dentro de este He-
miciclo, no son bastantes dentro de una aplicaci6n
estricta del Reglamento para hacer triunfar su te-
sis political. Cuando se requieran votaciones extraor-
dinarias, y a pesar de ello, inexorablemente, yo los
ver6 marchar sobre el Reglamento para hacer bue-
nos los dictados de la Coalici6n.
Ha sucedido lo fatal. Seguramente que las preci-
pitaciones reglamentarias, en las que ya se contaba
de antemano con el apoyo de la totalidad, de un
nfimero bastante de Delegadcs de la Coalici6n pa-
ra producer la mayoria sobre los votos de la mi-
noria oposicionista, son los que han precipitado la
crisis de la Mesa, y no creo, selores Delegados, que
sea saludable, ni para la Coalici6n, ni para los par-
tidos de la Oposici6n la suspension de este proble-
ma, y much menos la suspension indefinida. Yo
se que quizes existan dificultades 16gicas y norma-
les de todo Parlamento para escoger las personas que


han de sustituir en la Presidencia a la figure que
antes la cstentaba. Esto es lo normal, eso es lo 16-
gico. Si fuera 6sta la raz6n que se adujera, gusto-
sisimo me hubiera prestado a colaborar con la Coa-
lici6n para que resolviera sus multiples problems
interns, por lo menos 6ste; pero como 6se no ha sido
el prop6sito que se ha enunciado, como 6sa no es la
raz6n que se ha dado para posp'oner indefinida-
mente este problema que no tiene mAs que una solu-
ci6n: la aceptaci6n de la renuncia, estimo que no
era necesar;a la suspension, sino al contrario, eli.
trar de Ileno a resolver esta cuesti6n, y con el vo-
to .de todos aceptar la renuncia de la persona que
estaba desempeliando la Presidencia de esta Asam-
Ulea.
Ha sido, pues, sefiores Delegados, la crisis una
anticipaci6n de la postura political de la Coalici6n.
No es 6sta la oportunidad de diseutir este proble-
ma, y yo' no voy a cansar la atenci6n de mis dis-
finguidos compafieros siendo mis extenso...

!as posibilidades de interpretaciones contra-reglamen-
.arias, para hacer triunfar los designics politicos de
'a Coalici6n.

Y es a estas apetencias y a estas ansias political
a lo que debe el pais el triste espectaculo que ha
contemplado hoy: que el senior Grau hubiera esca-
Indo ]a Presidencia con los votos de cuatro de los
Partidos que el 15 de diciembre figurabamos en la
Oposici6n, y cuando surge el hecho inesperado de
que se sume a la Coalici6n el Partido Dem6crata Re-
publicano, sea ratificado por los votos de todos. Ese
-speitaculo se le ha ofrendado al pueblo cubano en
ia tarde de boy por ]a Mayoria de la Convenci6n,
inica y exclusivamente para satisfacer las ansias y
las apetencias political del Coronel Batista y para
hacer buenos los acuerdos tomados en los elegantes
salons del Casino Deportivo.
Nada mas.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el se-
fior Bravo Acosta, para contestar alusiones.
SR. BRAVO ACOSTA (ANTONIO): Sefior Presiden-
tc, y seficres De!egados: La sesi6n de hoy se ha des-
envuelto en la forma en que han visto todos los se-
fiores Delegados, seguramente por una actua-
ci6n que no consider criticable, sino> por el con-
trario, reconociendo la bondad en su procedimiento
de nuestro distinguido Presidente el senior Ram6n
Grau San Martin.
Cuando se coja la version taquigrafica de la con-
tcstaci6n del senior Grau San Martin a la pregun-
ta mia de c6mo interpretaba el acuerdo adoptado
por la Convenci6n en el dia de ayer, -aqui estin
las cuartillas taquigraficas,- el senior Grau San
Martin contest que 61 interpretaba el Reglamento
en la forma de que era exclusivamente para los
usuntos de los dictAmenes de ]a Comisi6n Coordi-
npdora; pero, a rengl6n seguido, dice el sefor Grau
San Martin: "y lo someto a la consideraei6n de la
Convenci6n, para que ella resuelva esta interpre-
taci6n".







8 DIARIO DE SESIONES D LA CONVENTION CONSTITUYENTE
ml -- -


A virtud de eso, este Delegado se levant6 sra
iecir: "Efectivamente, que venga a la Convenci -".

Posteriormeute, el senior Martinez Fraga, F %u-
ramente por estas mismas palabras del senior C nu,
estableci6 su apelaci6n...
Esta es la verdad de los heehcs.
; Qu6 se ha querido? ... Aprovechar un mo: in-
to para plartear por parte de la Oposici6n esta ( aes-
ti6n political alrededor de esto? ... Ha sido lien
aprovechado el moment por los elements de la i)po-
sici6n... Me va a perdonar la Convenci6n para
que lea la version taquigrdfica:
"PRESIDENTE (Sr. Grau San Martin): Se-
gun el acuerdo... (Continta leyendo) ".
Estas son las palabras del senior Grau San Mar-
tin y 6stos fueron los fundamentos que provocaron
ol debate, mis o menos apasionado, m6s o menos aca-
lorado, que se produjo en la tarde de hoy.
Lamentable es, por todos concepts, y mas lamen-
table aun porque, reiterando las frases del senior
Cortina, nosotros no hemos tenido en ningfin mo-
mento ni la mas ligera idea, ni las mas ligera pre
tesi6n de provocar crisis alguna a la Mesa de la
Convenci6n.
Podria estimarse por parte del sefor Chibfs, cuan-
do decia: "Que lo traiga a la Convenci6n", que era
un prop6sito politico; pero esta equivocado el senior
Chibas al tomar esta apreciaci6n.
Las manifestaciones del Convencional que habla
fueron ratificadas en este sentido en que lo dijo el
senior Grau San Martin, en el sentido de que lo traia
a la Convenci6n, y es m6s, hube de aeercarme al se-
fior Martinez Fraga, para decirle: "Que resuelva,
declarando el Sr. Grau que no cabe la apelaci6n, y
Ud. debe aceptarlo, Sr. Martinez Fraga", y a virtud
de eso el senior Martinez Fraga se sent y continue en
el uso de la palabra el senior Zaydin, continuando la
exposici6n que venia haciendo.
Ya ven ls sefiores Convencionales. que no se pue-
de, en manera alguna, achacar, como se ha hecho,
a la Coalici6n, a problems acordados previamente,
porque en manera alguna se tenia la intenci6n de
acordarlo, ni a problems de combinaciones politi-
cas con fines ulteriores para la Coalici6n... Muy
por el contrario, la Coalici6n si tiene el prop6sito,
prop6sito firmisimo, que por ello solicit no s61o en
la forma en que vino el acuerdo de todos los lideres
el dia de ayer, sino que con anterioridad, a la peti-
ci6n a los lideres para el acuerdo adoptado el dia
de ayer, hubimos, el senior Cortina y el que habla,
en uni6n de otros compaiieros, de tratar estos asun-
tos con nuestro distinguido Presidente el sefior Grau
San Martin, para consultarle de qu6 manera creia el
que era ma's convenient para que pudiera la Con-
venci6n desenvolverse y tener cuanto antes la Cons-
tituci6n redactada por esta Convenci6n Constituyen-
te.
En todos los moments, en todas los oportunida-
des, los Partidos que pertenecen a la Coalici6n, y
el Partido Dem6crata Republicano quiere hacerlo


constar de manera fehaciente, tienen el prop6sito
firmisimo de que antes del dia 8 de junio se pro-
duzca la Constituci6n que quiere el pueblo cubano.
En manera alguna se pueden utilizar las tribu-
nas de la Convenci6n para dejar asi en el ambien-
te el prop6sito que quieren hacer career de que los
elements de la Mayoria quieren alargar este pro-
blema, quieren obstaculizar que se pueda producer
la Constituei6n... Muy por el contrario, estamos
afanosos, h.-mos estado coneurriendo, y el que ha-
bla, aparte de la inmodestia que ello puede signi-
ficar, ha abandonado todo lo que pueda significar
intereses politicos, para estar constituido, dia, tar-
de y noche, en uni6n de otrbs distinguidos compa-
.ieros de los distintos Partidos Politicos, inclusive
de los Partidos de Oposici6n, para dar cima al tra-
bajo de la Comisi6n Coordinadora y procurar traer
a esta Convenci6n un trabajo que pueda facilitar,
como ha venido facilitando, el desenvolvimiento de
ella en la aprobaci6n de una Carta Fundamental que
llene todos los anhelos del pueblo cubano.
Reitero que estamos prestos a obtener, por todos
los medios a nuestro alcance, que tan pronto termi-
ne esa Comisi6n Coordinadora, que se propone ha-
cerlo antes del pr6ximo lunes, una vez terminado
su trabajo, y venir a solicitar de la Convenci6n en
pleno que tengamos dos o tres sesiones diarias, para
abordar definitivamente el problema constitutional.
iQuede, pues, sentado, tambi6n, que somos los de la
mayoria los que anhelamos corresponder a esas ne-
cesidades del pueblo cubano, cuya satisfacci6n tiene
muy merecida, y que venimos a cumplir nuestros de-
beres, que todos somos cubanos y que tenemos el
concept de la responsabilidad del cargo de que se
nos ha investido y que aqui haremos lo que el pue-
blo nos pide y lo que el pueblo quiere, todo lo que
pueda ser mejor para su bienestar future, sin radi-
calismos ni reacciones perjudiciales.
SR. GRAU SAN MARTIN (RAM6N): Pido la pala-
bra.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el se-
fior Grau San Martin.
SR. GRAU SAN MARTIN (RAM6N): Sefior Presiden-
te y sefiores Delegados: Considero un deber ma-
nifestar mi agradecimiento a los sefiores Delegados
que con tanta amabilidad han expresado en este mo-
mento su compafierismo y afecto poni6ndose de pie
al someterse a la consideraci6n de la Asamblea la
renuncia que he presentado. Otra vez repito mi gra-
titud que sera un motive de m6s, para que por siem-
pre consider esta gentileza de todos los sefiores
Delegados por la cual experiment profundo y eter-
no reconocimiento.
Ademas quisiera hacer una ligera referencia a lo
que ha dicho el distinguido Convencional que acaba
de hacer uso de la palabra senior Bravo Acosta; el ha
declarado, y en esto si le ruego que consider su
apreciaci6n y no mantenga ese criteria, que es suma-
mente injusto, al decir que se ha aprovechado esta
ocasi6n como arma political, porque en ese caso ten-
driamos nosotros el derecho de haeer otras conside-








DIARIO DE SESIONES DE LA CONVENTION CONSTITUYENTE 19


raciones y yo en este moment no pienso hacerlas de
ninguna clase, torque no las estimo oportunas ni
tengo el derecho de hacerlas.
Esto no se ha aprovechado como arma politica...
Vamos a analizar los hechos como ocurrieron y vera
el Convencional que lejos se coloca de la verdad.
SR. BRAVO ACOSTA (ANTONIO): Con la venia de
]a Presidencia.. como un case exceptional.
He contestado con mis palabras a manifestaciones
hechas por miembros de la Oposici6n de que ha-
biamos aprovechado esas circunstancia... Si 'os
miembros de la Oposici6n no tienen ese criteria, re-
tiro eso que pudiera significar para el senior Grau
San Martin una mortificaci6n que est6 muy lejos
de desear producirle el Convencional que habla, y
le doy todas las satisfacciones que 61 merece.
SR. 'GRAU SAN MARTIN (RAM6N): Se io agradez-
co... Asi se evita insistir mfis en eso. Cuando se
plane, al iniciarse la sesi6n de esta tarde, por cier-
to muy dificulttusa, en que no se ponia casi aten-
ci6n a lo que la Presidencia indicaba, en aquellos 'ns-
tantes se propuso la conveniencia de interpreter el
acuerdo de que ayer se habia tornado respect de la li-
mitaci6n del tiempo, y la Presidencia entendi6 que
aquel acuerdo habia sido exclusivamente tomado en
relaci6n con el Dictamen y asi lo hizo constar. Pe-
ro como siempre esta Presidencia al resolver cual-
quier problema, ha entendido, que el juicio de la
Convenci6n debe ser considerado, jams ha torado
una resoluei6n sin al mismo tiempo oir la mejor opi-
ni6n de la Convenci6n y no solamente como una cor-
tesia a los Conveneionales sino para que cualquier
falta en el eriterio de la Presidencia, pueda ser rec-
tificada en relaci6n con el de los dem6s. En esa
forma, dije, entendia que no era aplicable a la se-
si6n de hoy el aeuerdo que hubo de tomarse ayer
porque Ja Orden del Dia se referia a un problema
politico y a que el acuerdo torado habia sido pa-
ra discutir y aprobar el Dictamen. Asi lo hice cons-
tar. Pero a virtud de muchas preguntas y mu-
chas consideraciones que se hicieron a la vez, no
solamente atendi a las opinions que se manifes-
taron, sino que orden6 la lectura del acuerdo y este
era tan precise y tan terminante que me limit a
decir: "Sefiores, esta claro- el asunto". Y al pe-
dirme los Convencionales que yo resolviera el pro-
blema, lo resolve sencillamente ateni6ndome a lo
que la letra expresa. Inmediatamente se trat6 de
apelar a la Asamblea sobre aquella resoluci6n de la
Presidencia y ante esa apelaci6n, se origin un de-
bate muy vehemente, muy violent, quiza muy apa-
sionado. Entonces ya era evidence que la apela-
ci6n que se hacia a la Asamblea que rectificara o
aprobara, era una indicaci6n para que se viera en
la actitud de la Presidencia, un motive de desacuerdo.

De suerte que despu6s de las palabras del senior
Bravo Acosta, yo desisto de lo que iba a decir, pero si


quiero dejar constancia de una manera precisa, que
la actitud de la Presidencia no ha sido espontinea,
sino que ha sido suscitada por el problema que se
planted al considerar que aquella interpretaci6n que
hacia la Presidencia no estaba en armonia con lo
que podia pensar ]a Convenei6n.
Y ante esa situaci6n, tan clara, en que la mayoria
no estaba conforme con la actitud que mantenia la
Presidencia era indiscutible, sefiores que esta
Presidencia no podia continuar, y al mismo tiempo
reconocia el derecho a la mayoria que actualmente
existe en la Conenci6n, para designer entire sus in-
tegrantes quin debe sustituir al que oeupe al Pre-
sidencia.
'Como final, sefiores, reitero otra vez el deseo de
que todos ustedes vean en mi como siempre, al com-
pafiero que ha tratado de cumplir con la confianza
que ustedes le otorgaron.
(Aplausos).
SR. PRESIDENTE (FERRO) : En cumplimiento del
acuerdo adoptado, se levanta la sesi6n.
(SR. SUAREZ FERNINDEZ (MIGUEL) : No senior. Eso
no es el acuerdo adoptado. El acuerdo adoptado aqui
fue que se pasara de la sesi6n ordinaria a la extra-
ordinaria a las cinco de la tarde para comenzarla, y
que cuando esta sesi6n ordinaria, en la que estamos,
cayera, se suspendiera o terminara per cualquier
causa o motive, entonces iriamos a la sesi6n extraor-
dinaria.
SR. MARTINEZ FRAGA (ANTONIO): Pido la pala-
bra para una cuesti6n de orden, senior Presidente.
SR. PRESIDENTE (FERRO) : Tiene la palabra el se-
fior Martinez Fraga.
SR. MARTfNEZ FRAGA (ANTONIO): El Delegado
que habla fu6 el proponents de la cuesti6n y la cues-
ti6n fu6 en el sentido que explica la Presidencia; que
tan pronto terminara la cuesti6n de renuncia en
cualquier forma, recesara la sesi6n ordinaria, ya de-
clarada permanent, para pasar a la extraordina-
ria. Ese fu6 el aeuerdo lomado en ausencia de algu-
nos Delegados.
SR. Pnfo SOCARRIS (CARLOS): Desearia que fue-
ra leido el acuerdo.
SR. PRESIDENTE (FERRO): El acuerdo fu6 como
explica el senior Martinez Fraga.
ISR. SUA2EZ FERNINDEZ (MIGUEL): Entonces fu6
torado en ausencia de todos los Delegados.
SR. MARTfNEZ FRAGA (ANTONIO): Aqui hay pre-
sentes Delegados que lo conocen..
SR. PRESDENTE (FERRO): Por tanto, se levanta
la sesi6n ordinaria.
(Eran las 9 y 28 P. M.).




University of Florida Home Page
© 2004 - 2010 University of Florida George A. Smathers Libraries.
All rights reserved.

Acceptable Use, Copyright, and Disclaimer Statement
Last updated October 10, 2010 - - mvs