Group Title: Diario de sesiones del Congreso de la Republica de Cuba
Title: Diario de sesiones del Congreso de la Républica de Cuba
ALL VOLUMES CITATION PAGE IMAGE ZOOMABLE
Full Citation
STANDARD VIEW MARC VIEW
Permanent Link: http://ufdc.ufl.edu/UF00015180/01825
 Material Information
Title: Diario de sesiones del Congreso de la Républica de Cuba
Physical Description: v. : ; 31 cm.
Language: Spanish
Creator: Cuba -- Congreso. -- Cámara de Representantes
Publisher: s.n.
Place of Publication: Habana
Manufacturer: Imprenta de Rambla y Bouza
Publication Date: 1902-
 Subjects
Subject: Politics and government -- Periodicals -- Cuba   ( lcsh )
Genre: federal government publication   ( marcgt )
 Notes
Dates or Sequential Designation: 1. legislatura, v. 1, núm. 1 (oct. 1 de 1902)-
General Note: Title from caption.
 Record Information
Bibliographic ID: UF00015180
Volume ID: VID01825
Source Institution: University of Florida
Holding Location: University of Florida
Rights Management: All rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier: aleph - 001845781
oclc - 28760011
notis - AJS0072
lccn - sn 93026707

Full Text




REPUBLICAN DE CUBA


DIARIO DE SESIONES
DE iLA
C A MAR A DE REPRESENT A N T ES

VIGESIMO-CUARTO PERIOD CONGRESSIONAL
SEGUNDA LEGISLATURE

VOL. XCII LA HABANA NUM. 3

SESSION ORDINARIA DE SEPTIEMBRE 26 DE 1955

I denies: Sr. Goaston Godoy y Lopet de Mola
esienies: S Adelopdo Valdes Astolfi
cetuio: Se. \ Andr Is P. Pupo Sanchez
Secret orios: Sres. A< JQ I_ r~ \
SEuqenio Cusido Torres
SU MARIO

A las 4 p.m. la Presidencia dispuso la comprobaci6n del qu6rum, respondiendo al pase de lista 77
senores Representantes.-Se aprob6 el Acta de la sesi6n del veintiuno de los corrientes.-
La Camara se da por enterada de dos Mensajes del Ejecutivo comunicando el nombramiento
del Dr. Alberto Recio y Forns como Ministro de Salubridad y Asistencia Social y del Sr.
Pastor Torres Sanchez como Ministro sin Cartera, asi como de un Mensaje del Senado par-
ticipando la presentaci6n en aquel Cuerpo de varias Proposiciones de Ley.-Se lee Mensaje
del Senado sobre proclamaci6n como Senador por la Provincia de Matanzas del Sr. Angel
Aguilar Robaina.-Fueron remitidas a las Comisiones Permanentes y Especiales varias Pro-
posiciones de Ley.-Se aprob6 por unanimidad Petici6n de Datos del Sr. Guerra Romero
sobre los sucesos del Central "Washington".-Al preguntar el Sr. Amador si el Sr. Jose
Miguel Morales G6mez habia renunciado a su cargo, el Sr. Guerra, a nombre del Partido
Revolucionario Cubano (A), explica se esti gestionando que venga a ocupar su cargo, y la
Presidencia aclara que en pr6xima reunion de la Mesa se trataria de dar soluci6n al asunto.
-Se acuerda imprimir, repartir copias e incluir en un pr6ximo Orden del Dia, various Dic-
tAmenes.-Se procede a la lectura de otros Dictimenes, acordindose la concepci6n de tCrmi
nos para emitir los pendientes.--Se aprueba suspension de preceptos de los sefiorts Guerra
Romero y otros, para la inmediata discusi6n de la Moci6n de los citados sefiores en relaci6n
con hechos acaecidos en el Central "Washington".-La Presidencia someti6 a discusi6n di-
cha Moci6n y anunci6 se concederia un turno a favor y otro en contra.-SolicitA el turno a
favor el Sr. Guerra Romero.-Hacen manifestaciones los sefiores Amador y Bequer.-El Sr.
Del Toro plantea cuesti6n de orden, aclar6ndole la Presidencia que ha incurrido en error.-
Emnieza a consumer el primer turno el Sr. Guerra Romero, interrumpiendole los sefiores
Amador y Milands, que formula proposici6n de ampliaci6n del debate a dos turnos mis a
favor y dos en contra.-Luego retira su proposici6n el Sr. Milanes y es mantenida por el







2 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES

Sr. Figueroa, siendo rechazada por la Cimara en votaci6n nominal.-Se acuerda prorrogar
la sesi6n hasta agotar el Orden del Dia.-Continua el Sr. Guerra Romero, interrumpiendole
los sefiores B6quer y Milands y formulands cuesti6n de orden la Srta. Garcia Ochoa, hacien-
dole aclaraciones la Presidencia.-(El Sr. Godoy sustituye en la Presidencia al Sr. Valdes
Astolfi).-Interrumpen al Sr. Guerra los Sres. B6quer, Casillas, Figueroa, Diaz Balart, Rodri-
guez Sanchez y Hernandez P6rez.-El. Sr. Urquiaga plantea cuesti6n de orden para que el
Sr. Hernandez P6rez se cifia al debate.- El Sr. Mora pide la palabra para alusiones.-El
Sr. Guerra Romero es interrumpido por lo; sefiores Escobar, B6quer, Varona Ferrer.-A
ruegos del Sr. Hernandez P6rez, el Sr. Caballero retira concepts vertidos anteriormente.-
El Sr. Mora hace uso de la palabra para alusiones, interrumpi6ndole el Sr. Rodriguez Por-
tuondo.-Usa de la palabra para alusiones el Sr. Escobar.-La presidencia le concede la pa-
labra para consumer el turno en contra al Sr. Diaz Balart.-(El Sr. Vald6s Astolfi sustituye
en la Presidencia al Sr. Godoy).-Interrumpen al Sr. Diaz Balart los sefiores Pardo Ji-
m6nez y Mora; y los seiiores Milanes, Guer:a Romero, Del Toro y Amador.-La Presidencia
aclara al Sr. Del Toro que solamente qued im cuatro turnos de interrupciones por consumer.
-(Deja la Presidencia el Sr. Valdes Astol .i y la ocupa el Sr. Godoy).--Continda el Sr. Diaz
Balart consumiendo su turno en contra, i aterrumpi6ndole los sefiores B6quer y Lima, asi
como los sefiores Soler, Hernandez Perez, Varona Ferrer y Rodriguez SAnchez.-La Presi-
dencia aclara que las solicitudes para alusiones habian terminado.-Al continuar el Sr. Diaz
Balart fu6 interrumpido por los sefiores Del Toro, Caballero, Mora, L6pez de Mendoza y
Fischer.-(El Sr. Vald6s Astolfi sustituye en la Presidencia al Sr. Godoy).-La Presidencia
le concedi6 la palabra al Sr. Godoy, quien inform a la CAmara en relaci6n con la resolu-
ci6n adoptada por 61 durante el receso cameral, de convocar a una reuni6n para discutir
el asunto relacionado con el Central "Washington".-El Sr. Diaz Balart da por terminadc
su turno en contra.-Hacen manifestacione 3 los Sres. Pardo Jiminez y Lima.-La Presiden-
cia someti6 a votaci6n nominal la Moci6n del Sr. Guerra Romero, en nombre del Partido
Revolucionario Cubano (Autontico) y apoy.do por el Sr. Amador.-Al votar 55 sefiores Re.
presentantes y comprobarse la inexistencia del qu6rum, la Presidencia levant la sesi6n.-
(Eran las 4 a.m. del dia 27 de septiembre de 1955).









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 3


Sr. President (Godoy Loret de Mola): Sefiores
Representantes: Se va a comprobar el qu6rum.

(Eran las 4 p.m.)
(El Oficial de Actas pasa lista.)
Responden al mismo los Representantes sefiores:
Aguirrechu Pages, Alonso Avalos, Alonso Avila, Ama-
dor Rodriguez, Benitez Quirch, BEquer Diaz, Bernal
Gonzalo, Caballero Brunet, Cabezas Abraham, CartafiA
Sanchez, Columbid Quifiones, Cruz Perez, Diaz Balart
Gutidrrez, Diaz Cuevas, Diaz Robainas, Duefias Robert,
Elias Rios, Escobar Quesada, Fernandez L6pez, Figue-
roa Zaragoza, Fischer Lorenzo, Garcia Barcel6, Garcia
Ochoa, Gonzalez Agiiero, Gonzalez Lorenzo, Guerra Ro-
mero, HernAndez Rodriguez, Jimenez Jordan, Le6n Ra-
mirez, Le6n Rojas, Lima Delgado, L6pez Espinosa, L6-
pez Montero, Mancebo Rodriguez, Marquet Dominguez,
Martinez Odio, Masferrer Rojas, M6ndez Espinosa, Mi-
lands Tamayo, Mora Morales, Morcate Cobas, Moronta
Benitez, Nifiez Arias, Ortega Ortega, Palomino I.-ro,-
na, Pardo Jimenez, Perche Rivas, Perez Almaguer,
Quintana Herrera, Quifiones del Sol, Restoy Sanchez,
Rivero Agiiero, Robaina Leiseca, Rodriguez de Arag6n
F., Rodriguez Diaz, Rodriguez Portuondo, Rodriguez
SAnchez, Rojas Bermfidez, Rubio Bar6, SAnchez Fernan-
dez, Soler Fernandez, Tabernero Bias, Toro Cabrera,
Torre Ramirez, Urquiaga Padilla, Valdes Astolfi, Va-
rela Cernadas, Varona ValdEs, VelAzquez Beat6n, Velo-
so Sala, Vidal MIndez, Viejo Llorente, Zubiaur de Ar-
mas, Pupo Sanchez, Cusid6 Torres y Godoy Loret de
Mola.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): iFalta al-
grin senior Representante por responder al pase de
lista?
(Silencio.)
Han respondido al pase de lista 77 sefiores Re-
presentantes. Hay qu6rum.
Queda abierta la sesi6n.
Se va a dar lectura al Acta de la sesi6n anterior.
(El Oficial de Actas lee la del dia 21 de septiem-
bre de 1955.)
;Se aprueba el Acta?
(Sefiales afirmativas.)
Aprobado.
Se va a dar cuenta con el Orden del Dia.
(El Oficial de Actas lee.)
MENSAJES DEL POWDER EJECUTIVO
MENSAJE No. IV
AL HONORABLE CONGRESS DE LA REPUBLICAN
En cumplimiento del Articulo 142 (inciso fi), de la
Constituci6n de la RepOblica, tengo el honor de co-
municar al Poder Legislativo, que por Decreto de fecha
16 de julio de ,i>. afio, y en uso de las facultades que
el citado inciso me confiere, he tenido a bien nombrar
al doctor Alberto Recio y Forns, Ministro de Salubridad
y Asistencia Social.


Palacio de la Presidencia, en La Habana, a 22 de
septiembre de 1955.

Fulgencio Batista,
PRESIDENT DE LA REPUBLICAN

Sr. President (Godoy Loret de Mola): iPor ente-
rada la Camara?
(Sefiales afirmativas.)
Por enterada.
(El Oficial de Actas lee.)

ME N SA JE No. V
AL HONORABLE CONGRESS DE LA REPUBLICAN
En cumplimiento del Articulo 142 (inciso fi), de la
Constituci6n de la Repiblica, tengo el honor de comu-
nicar al Poder Legislativo, que por Decreto de fecha
18 de julio de este afio y en uso de las facultades que
el citado inciso me confiere, he tenido a bien nombrar
al Sr. Pastor Torres Sanchez, Ministro sin Cartera.

Palacio de la Presidencia, en La Habana, a 22 de
septiembre de 1955.
Fulgencio Batista,
PRESIDENT DE LA REPUBLICAN

Sr. President (Godoy Loret de Mola): ,Por en-
terada la CAmara?
(Sefiales afirmativas.)
Por enterada.

MENSAJE DEL SENADO

(El Oficial de Actas lee.)
Senado, Habana, 20 de Septiembre de 1955.
Sr. President de la Camara de Representantes.
Se fior:
En cumplimiento y a los efectos del Articulo 15 y si-
guientes de la Ley de Relaciones entire los Cuerpos
Colegisladores y entire el Congreso y el Gobierno, ad-
junto tenemos el honor de enviar a Ud. copia de todas
las proposiciones de Ley que han sido presentadas y
leidas en la sesi6n celebrada por esta Alta Camara en
el dia de la fecha, y que tratan de los siguientes par-
ticulares:

1. Del Senador Sr. SuArez Rivas, derogando los pi-
rrafos primero, segundo, tercero y cuarto del Art.
27 de la Ley No. 20 de 21 de marzo de 1941, rela.
tivo al procedimiento ante la Comisi6n de Arbi-
traje Azucarero regulado en la Ley de Coordina-
ci6n Azucarera.
2. Del Senador Sr. Pdrez Damera, concediendo un crd-
dito de $200,000.00 para la edificaci6n y equipos de
un hospital civil para el T6rmino Municipal de
GuAimaro.
3. Il Senador Sr. Miranda Cort6s, creando una Sala
de Justicia en la Audiencia de Camagiley.
4. Del Senador Sr. Perez Carrillo, disponiendo el re.








4 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES
. ....-- -~ -- .. .. ,~ ,,s .. .. i i


conocimiento de la antigtiedad a los funcionarios
judiciales que fueron incorporados al Escalaf6r
Judicial en 10 de octubre de 1940, desde su toma
de posesi6n y con anterioridad a su incorporaci6n,
en cualquier categoria en que se encuentren o in-
gresaren.

5. Del Senador Sr. Masferrer Rojas, relative a con-
ceder pension vitalicia a Caridad y Cristina Maceo
Osorio, nietas de Elena Gonzalez de Casafias, viuda
del General Jose Maceo y Grajales.

6. Del Senador Sr. Miranda Cort&s, creando el Ins-
tituto Nacional del Sistema Nervioso, como orga-
nismo aut6nomo.

7. Del Senador Sr. Rey Pernas, concediendo el dere-
cho a los beneficios de la Ley de Jubilaciones y
Pensiones de Funcionarios y Empleados Piblicos,
a los funcionarios y empleados pdblicos que pre>-
ten sus servicios en establecimientos beneficos y
afines, regidos por patronatos adscriptos a los Mi-
nisterios de Salubridad y de Educaci6n,

8. Del Senador Sr. Rey Pernas, concediendo pension
vitalicia a la viuda e hijos del fallecido aviador cu-
bano Jaime GonzAlez.

9. Del Senador Sr. Cremata Valdes, creando una ins.
tituci6n pfblica denominada 'Caja de Jubilaciones,
Retiro y Pensiones de Empleados y Obreros de la
Industria Automotriz."

'0. Del Senador Sr. Illas Cuza, disponiendo la inamo-
vilidad de los telegrafistas, carteros y reparadore.3
de lines y considerAndolos cargos tecnicos.

11. Del Senador Sr. Illas Cuza, creando la Comisi6n
Revisora de Programas Novelizados Radiales y
Televisados.

Muy atentamente, Anselmo Alliegro Mili, Presidente.
Arturo Hern~ndez Tellaheche, Secrelario. Ernesto Ro.
sell Leyte-Vidal, Secretario.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): ;.Por en-
terada la CAmara?

(Sefiales afirmativas.)

Por enterada.

(El Oficial de Actas lee.)

Senado, Habana, 20 de Septiembre de 1955.

Sr. President de la Camara de Representantes.
Sefior:

El Senado, en sesi6n celebrada el dia de la fecha,
proclam6 Senador de la Repfblica, por la Provincia de
Matanzas, al senior Angel Aguilar Robaina, por el resto
del period para que fue electo y proclamado el falle-
cido Senador por dicha Provincia, Sr. Carlos Miguel de
Cespedes Ortiz.
Lo que tenemos el honor de comunicarle.


Muy atentamente, Anselmo Alliegro MilM, Presidente.
Arturo Hernandez Tellaheche, Secretario: Ernesto Ro-
sell Leyte-Vidal, Secretario.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): iPor en-
terada la CAmara?

(Sefiales afirmativas.)

Por enterada.

Sr. Amador Rodriguez (Juan): Pido la palabra
cuando se termine la primera lectura.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Esta bien.

Se va a dar cuenta con las Proposiciones de Ley.

(El Oficial de Actas lee la Proposici6n de Ley de los
sefiores Varona Vald6s y otros, relative a regular los
conflicts entire las instituciones de seguros sociales,
por raz6n de las aportaciones a los fondos de los mis-
mos, etc.)

Sr. Varona Vald6s (Alberto J.): Pido la palabra
en relaci6n con esta Proposici6n de Ley.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. Varona Vald6s.

Sr. Varona Vald6s (Alberto J.): Sr. President
y sefiores Representantes:

Para interesar, al amparo del Articulo 36, que
al tomarse en consideraci6n la iniciativa presen-
tada a este respectable Cuerpo, se someta a infor-
maci6n piblica a fin de oir a las representacio-
nes de las distintas Cajas de Seguros y a las orga-
nizaciones obreras del pais para que expresen su
opinion respect a la Proposici6n de Ley que he
presentado.
Esta Proposici6n de Ley tiene como objetivos
centrales regular los conflicts que resultan entire
los distintos seguros sociales y dar a los traba-
jadores el derecho de retirarse acogiendose al se-
guro al que hayan contribuido mayor tiempo.
Como esta Proposici6n de Ley afecta a la clase
trabajadora en general y como puede afectar e
interesar a las distintas Cajas de Retiro Social, es
que pido que se someta a una informaci6n pfibli-
ca para que se oiga a los Retiros y a los traba-
jadores.
Sr. President (Godoy Loret de Mola): ,Se toma
en consideraci6n esta Proposici6n de Ley?
(Sefiales afirmativas.)
Se toma en consideraci6n.
En esta oportunidad en que se toma en consi-
deraci6n esta Proposici6n de Ley, el autor de la
misma pide, al amparo del Articulo 36, que se
acuerde que se saque a info'macifn pdblica.
iEsti conforme la CAmara?
(Sefiales afirmativas.)









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 5


Aprobado.

Tomada en consideraci6n, se propone que pase
a las Comisiones de Seguridad Social, Organismos
Aut6nomos, Trabajo y Reformas Sociales.

,Lo aprueba la Camara?

(Sefiales afirmativas.)

Aprobado.

Entonces se acuerda la informaci6n piblica en
sesi6n conjunta de esas tres comisiones.

Continia el Orden del Dia.

(El Oficial de Actas lee la Proposici6n de Ley de los
sefiores Battisti Lora y otros, por la que se crea con
character official una instituci6n denominada "Banco de
Cr6dito Personal".)

Sr. President (Godoy Loret de Mola): ,Se to-.
ma enconsideraci6n?

(Sefiales afirmativas.)

Aprobado.

Tomada en consideraci6n, se propone que pase
a las Comisiones de Organismos Aut6nomos, Ban-
ca, Bolsa y Moneda.

,Lo aprueba la CAmara?

(Sefiales afirmativas.)

Aprobado.
(El Oficial de Actas lee la Proposici6n de Ley de.los
sefiores Bernal Gonzalo y otros, titulada "Liquidaci6n
de Obligaciones para las Casas de Obreros del Barrio
de Redenci6n, Pogolotti, en el T6rmino Municipal de
Marianao.)

Sr. President (Godoy Loret de Mola): ,Se to-
ma en consideraci6n?

(Sefiales afirmativas.)

Aprobado.

Tomada en consideraci6n, se propone que pase
a las Comisiones de Hacienda y Presupuestos, y
Viviendas.

Sr. Bernal Gonzalo (Jos6 A.): Pido la palabra,
Sr. President.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Representante Bernal.

Sr. Bernal Gonzalo (Jos6 A.): Sr. President y
sefores Representantes:

Me veo obligado a hacer uso de la palabra en


este Hemiciclo, con motive de que la Proposici6n
de Ley a que se ha hecho referencia, es una ini-
ciativa mia, en la que se trata sobre la Liquidaci6u
de Obligaciones para las Casas de Obreros, del
barrio de Redenci6n, que fueron agraciados en el
afio de 1910.

Este es el primer barrio obrero de Cuba.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Sr. Ber-
nal, si usted va a hacer uso de la palabra para ejer-
citar el derecho de explicar su iniciativa, en su
moment oportuno lo podra hacer.

Sr. Bernal Gonzalo (Jos6 A.): Sr. President:
He pedido la palabra para decir que como la Co-
misi6n de Viviendas no ha sido constituida todavia,
por la premura y urgencia, que a mi juicio, tiene
esta Ley, que se made inmediatamente a la Co-
misi6n de Hacienda, puesto que son obligaciones
que vienen desde el aiio de 1910, o sea, hace 45
afios, que esos sefiores estAn pagando las casas
que construyeron y reconstruyeron ellos, despues
de haber sido adjudicadas.

Por lo tanto, creo que es deber de los Cuerpos
Colegisladores, interpretando la opinion del Sr.
President de la Repfblica, General Fulgencio Ba-
tista y Zaldivar, en el afio 1944, cuando por De-
creto Presidencial, di6 por condonados esos adeu-
dos, se ratifique en este Proyecto de Ley, ese De-
creto, para dejar liquidadas esas obligaciones, y le
ruego a mis compafieros, ya que somos Mayoria,
que una cuesti6n de indole social, que es un ga-
lard6n para Cuba, ya que en el afio 1910 fu6 cuan-
do se hizo el primer barrio obrero en la Am6rica,
dejemos resuelto este problema; y ademAs, para
comunicarle pfiblicamente al Sr. President de la
Camara, que el Consistorio de Marianao ha man-
dado aqui a una Comisi6n a fin de que lo visit
para que el Sr. President de la CAmara le brinde
todo el calor y apoyo a esa iniciativa.

Le ruego al Sr. President que reciba a esa Co-
misi6n de Concejales de Marianao.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): El autor
de la Proposici6n, Sr. Bernal, interest que pase
exclusivamente a la Comisi6n de Hacienda y Pre-
supuestos.

,EstA conforme la Camara?

(Sefiales afirmativas.)

Tomada en consideraci6n, pasara a la Comisi6n
de Hacienda y Presupuestos.

iLo aprueba la CAmara?

(Sefiales afirmativas.)

Aprobado.

(El Oficial de Actas lee la Proposici6n de Ley de los
sefores Diaz Cuevas y otros, denominada "Ley de Am-









6 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMARA DE REPRESENTANTES


pliaci6n Agricola, Industrial y de Superaci6n Campe-
sina".)

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Se toma
en consideration?

(Sefales afirmativas.)

(Aprobado.)

Tomada en consideraci6n, se propone que pase
a las Comisiones de Agricultura y Politica Eco-
nomica.

;Lo aprueba la Cimara?

(Sefiales afirmativas.)

Aprobado.

(El Oficial de Actas lee la Proposici6n de Ley de los
sefiores Cruz Perez y otros, denominada "Ley de Ser-
vicio Dental Obligatorio Laboral".)

Sr. President (Godoy Loret de Mola): ;Se to-
ma en consideraci6n?

(Sefiales afirmativas.)

Aprobado.

Tomada en consideraci6n, se propone que pase
a las Comisiones de Salubridad y Homicultura,
Trabajo y Reformas Sociales.

i.Lo aprueba la Camara?

(Sefiales afirmativas.)

Aprobado.

(El Oficial de Actas lee la Proposici6n de Ley de los
sefiores Vald6s Astolfi y otros, por la que se concede
pensi6n vitalicia por la suma de $1,200.00 anuales, pa-
gadera por mensualidades vencidas, a cada una de las
hijas del que fuera CapitAn Federico Capdevila, defen-
sor de los estudiantes, en 1871, nombradas Caridad y
Concepci6n Capdevila.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): iSe to-
ma en consideraci6n?

(Sefiales afirmativas.)

(Aprobado.)

Tomada en consideraci6n, se propone que pase
a las Comisiones de Hacienda y Presupuestos, y
Asistencia Social.

2Lo aprueba la CAmara?

(Sefiales afirmativps.'


Aprobado.


(El Oficial de Actas lee la Proposici6n de Ley de los
sefiores Guerra Romero y otros, por la que se concede
un credito de CIEN MIL PESOS para la compra y
adaptaci6n de Filtros en el Acueducto de la Ciudad de
Camagtiey.)

Sr. President (Godoy Loret de Mola): ,Se toma
en consideraci6n?

(Sefiales afirmativas.)

(Aprobado.)

Tomada en consideracion, se propone que pase
a la Comisi6n de Hacienda y Presupuestos.

,Lo aprueba la CAmara?

(Sefiales afirmativas.)

Aprobado.

(El Oficial de Actas lee la Proposici6n de Ley de los
sefiores Alonso Avila y otros, denominada 'Ley de Re-
tiro y Pensiones del Chofer Profesional y de sus Fa-
miliares".)

Sr. Alonso Avila (Antonio): Pido la palabra, Sr.
President.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tan pron-
to terminen la lectura de estas Proposiciones de
Ley, Sr. Alonso Avila, le sera concedida.

(El Oficial de Actas lee las siguientes proposiciones
de Ley de los sefiores Ortega Galbis y otros, denomina-
da "Ley de Jubilaci6n y Pensi6n del Chofer Profesio-
nal y del Trabajador de la Industria y el Comercio. del
Autom6vil"; de los sefiores Perez Gbnzalez y otros,
creando la instituci6n de Seguro Social denominada
"Caja de Retiro de Choferes Profesionales y sus ane-
xos"; de los sefiores Moronta Benitez y otros, denomi-
nada "Ley de Jubilaci6n del Chofer Profesional y de los
trabajadores de las Industrias Aut6motrices, de Com-
bustibles y Derivados"; de los sefiores Amador Rodri-
guez y otros, denominada "Ley de Jubilaci6n y Pensi6n
del Chofer".)

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Representante Alonso Avila.

Sr. Alonso Avila (Antonio): Sr. President y se-
fores Representantes: He pedido la palabra para
hacerle una pregunta a la Presidencia, sobre el por
qu6 en esta ocasi6n es que se tom6 en considera-
ci6n por la Camara, la iniciativa sobre el Retiro
del Chofer que fu6 presentada con anterioridad.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Con mu-
cho gusto la Presidencia le informa al Sr. Alonso
Avila, sobre el criterio que ha regido este particu-
lar, sin perjuicio de que en este caso, y como li-
neamiento general, pueda adoptar la Camara lo
que crea convenient.

En la.legislatura pasada, la Presidencia interpre-









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 7


t6 una Resoluci6n del Congreso, de ambos Cuer-
pos, por la cual los Proyectos de Ley aprobados
por la CAmara, no caducaban, quedando sujetos
indefinidamente a la consideraci6n del Senado.
Con el criterio de que eso era asi no se di6 cuenta
de ninguna iniciativa legislative sobre particulares
ya vertidos en proyectos de la Camara y tendientes
a la consideraci6n por el Senado.

Al iniciarse esta legislature, el criterio de la
Mesa, ha sido rectificado en el sentido de que el
hecho de que no caduque a los efectos del otro
Cuerpo Colegislador, no empece a que este Cuer-
po, que aprob6 el Proyecto, puede, con vista
de las nuevas circunstancias y del tiempo transcu-
rrido, confeccionar uno nuevo y someterlo tam-
bi6n a la consideraci6n del Senado.

Ese es el cambio de orientaci6n en cuanto a ese
particular, que ha determinado que, por ejemplo,
en este caso, como en otros muchos, no se diera
cuenta con la iniciativa en la pasada legislature.

Sr. Alonso Avila (Antonio): La Presidencia po-
dria informarme con relaci6n a otras iniciativas,
por ejemplo, la inamovilidad del empleado plblico,
presentada por el compaiiero congresista, Jos6 Luis
Martinez, la Creaci6n de Tribunales de Trabajo, y
otras a las que se aplic6 este criterio mantenido
por la Mesa en la anterior Legislatura, si serain
consideradas en el Orden del Dia para ser tomadas
en consideraci6n por la CAmara en la pr6xima se-
si6n, o seran necesarias nuevas excitaciones a vir-
tud de iniciativas de otros compafieros o de aque-
1los mismos compafieros que presentaron las ini-
ciativas.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Al Sr.
Alonso Avila, como autor de esta iniciativa del Cho-
fer, le consta que no ha sido menester para esta
rectificaci6n de criterio excitaci6n de parte, sino
que ha sido rectificaci6n espontAnea de la Mesa,
consecuentemente no hace falta la excitaci6n en los
demAs casos, y vendrAn al Orden del Dia en su
oportunidad. No viene a 6sta porque esta Orden
del Dia ha sido confeccionada por la Presidencia,
en uni6n de la Mesa, recogiendo la resultancia de
la sesi6n anterior con un criterio minimo para
abrir la posibilidad al mAs amplio tratamiento de
las cuestiones que quedaron pendientes de resol-
ver en la sesi6n pasada.

Sr. Alonso Avila (Antonio): Es decir, iqu6 en-
tonces figurarAn en el Orden del Dia de las pr6-
ximas sesiones todas las que quedaron pendientes?

Sr. President (Godoy Loret de Mola): La Presi-
dencia no le puede asegurar al Sr. Alonso Avila
cue sea en un pr6ximo Orden del Dia. El Sr. Alon-
so Avila sabe que cada Orden del Dia se confec-
ciona de acuerdo con las circunstancias, pero lo
que tendrAn es la via libre para integrar las
mismas.

Sr. Alonso Avila (Antonio): Muchas gracias al
Sr. President.


Sr. President (Godoy Loret de Mola): Continfia
el Orden del Dia.

PETICIONES DE DATOS

En la sesi6n anterior estaba explicando su Peti-
ci6n de Datos el Sr. Guerra Romero. Al renovarse
el tratamiento de la cuesti6n debe ser leida.

Que se lea.

(El Oficial de Actas lee la Petici6n de Datos.)

A LA CAMERA

POR CUANTO: La Prensa Nacional ha publicado
ampliamente los suceSos ocurridos en el Municipio de
Santo Domingo, Provincia de Las Villas, en el central
"Washington", local del Sindicato Azucarero de dicho
lugar, el pasado dia 3 de septiembre en curso, y en
ocasi6n en que mis de 600 trabajadores pretendian ce-
lebrar una Asamblea General para tratar el problema
de los desplazamientos.

POR CUANTO: La Asamblea expresada estaba au-
torizada conforme disponen las leyes vigentes por el
Ministro de Gobernaci6n, responsible mAximo, como
autoridad civil, del orden piblico, y por el Alcalde Mu-
nicipal del T6rmino, funcionario que al amparo de la
Constituci6n de 1940 es el encargado de los problems
que afecten la sociedad local.

POR CUANTO: Pese a los permisos oficiales, expe-
didos por las autoridades civiles responsables, a quienes
competia dicha misi6n, miembros de la fuerza pfblica
irrumpieron el local e impidieron el acto en intense
tiroteo de mis de 30 minutes, con un balance de cerca
de 50 heridos, algunos de gravedad.

POR CUANTO: El hecho de referenda, y ocupaci6n
military en la misma oportunidad, sin disposici6n supe-
rior ni suspension de las garantias constitucionales, en-
trafian para la Repftblica un sintoma de inquietud y
perturbaci6n al desconocerse el fuero de la autoridad
civil y los derechos ciudadanos, en este caso, el de re-
uni6n de los trabajadores para defender sus derechos.

POR CUANTO: No puede permanecer indiferente a
casos de esta naturaleza la Camara de Representantes,
que por encima de la representaci6n political, tienen
sus miembros, la de representar la ciudadania, el Re-
presentante que suscribe somete a la consideraci6n del
Cuerpo, al amparo de lo que preceptia el Reglamento
Interior, la siguiente:

PETICION DE DATOS

PRIMERO: Que informed el Ministro de Gobernaci6n
Ai efectivamente expidi6 el permiso para la Asamblea
del central Washington y si despues de otorgado el
mismo, se dict6 alguna disposici6n en contrario y no-
tificada a los interesados.

SEGUNDO: Que informed el Ministro de Goberna.
ci6n a este Cuerpo, qu6 medidas, disposici6n o actitud









8 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


asumi6 como autoridad civil responsible del orden p.i-
blico, al conocer los hechos.

TERCERO: Que para conocer ampliamente todo
cuanto se relaciona con esos hechos, la CAmara de Re-
presentantes acuerde designer una Comisi6n Especial
de un miembro de cada Comit6 Parlamentario, para a
su vez, rendir el informed correspondiente al Pleno, de
condenaci6n a la barbarie incurrida.

Sal6n de Sesiones de la Camara de Representantes,
a los seis dias del mes de septiembre de 1955.

(Fdo.) Eliseo Guerra Romero

Sr, Presidente (Godoy Loret de Mola): Antes de
dar la palabra al Sr. Guerra, y a los efectos de que
quede debida constancia en Acta, el Sr. Alonso
Avila habia pedido su aclaraci6n cuando ain no
se habia adoptado el acuerdo de tomar en consi-
deracion su Proposici6n de Ley y su pase a Co-
misiones.

iToma la Camara en consideraci6n la iniciativa
de Proposiciones de Ley respect al Seguro del
Chofer?

(Sefiales afirmativas.)

Aprobado.

Tomada en consideraci6n, pasardn a las Comisio-
nes de Organismos Aut6nomos, Seguridad Social
y Transporte Terrestre.

,Lo aprueba la CAmara?

(Sefiales afirmativas.)

Aprobado.

Tiene la palabra el Sr. Guerra Romero.

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.): Sr. Presi-
dente: Antes de que el Sr. Guerra Romero hiciera
uso de la palabra quisiera dirigirle un ruego.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): iEstA con-
forme el Sr. Guerra Romero?

Sr. Guerra Romero (Eliseo): Con much gusto,
Sr. President.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. Diaz Balart.

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.): Sr. Presi-
dente y sefiores Representantes: Quiero hacerle el
ruego al compafiero Guerra Romero en el sentido
de que el Comit6 Parlamentario Progresista, esti
en disposici6n de ir a la Petici6n de Datos, de ac-
ceder a ella con sus votos, y quisiera rogarle al
companero que propiciara que discuti6ramos am-
pliamente, en un debate politico, con toda la am-
plitud del caso, esta cuesti6n, a trav6s de la Moci6n
que tambi6n esti presentada en el Orden del Dia


de hoy, y en el cual t:l.nlemo- oportunidad de
consumer dos turnos a:favor y en contra para ex-
poner los distintos criterios en uno u otro sentido.

Ese es el ruego que queria hacerle.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. Guerra Romero.

Sr. Guerra Romero (Eliseo): Sr. President y
sefiores Representantes: La petici6n que me hace
en nombre del Comit6 Parlamentario Progresista
el distinguido compafiero Diaz Balart yo no qui-
siera de inmediato responder a la aceptaci6n en
una reiteraci6n mas de gentileza en este Cuerpo
si no recibiera oportunamente la aclaraci6n. ..

Sr. Amador Rodriguez (Juan): iMe permit el
compafiero Guerra Romero, para un ruego?

Sr. Guerra Romero (Eliseo): Sr. President: Es-
toy respondi6ndole al compafiero Diaz Balart y pa-
ra responder a eso tengo que formular mi juicio
para que el. compafero Diaz Balart entonces me
contest.

Despu6s, con much gusto complacer6 al com-
pafiero Amador Rodriguez.

En el planteamiento que hace el compafero Diaz
Balart, nos da la oportunidad a nosotros los del Co-
mit6 Parlamentario del Partido Revolucionario
Cubano (Aut6ntico), de justificar una vez mas en
este Hemiciclo lo que en tantas oportunidades he-
mos mantenido: que no hemos venido al Parla-
mento con una actitud de oposici6n sistematica ni
de una conduct irresponsible, pero coincidiendo
que efectivamente tenemos presentada una Mo-
ci6n independiente de esta Petici6n de Datos que
da oportunidad al mas amplio debate, como ci pro-
pio compafiero Diaz Balart ha expresado, yo qui-
siera recibir por su conduct el compromise moral
de los compafieros de la Mayoria aqui presents
de no abandonar el Hemiciclo para que Ileguemos
al tratamiento de la Moci6n; y ante ese propio
compromise de honor yo, a nombre del Comit6
Parlamentario del Partido Revolucionario Cubano
(Aut6ntico), accedo gentilmente si de antemano
nosotros obtenemos ese propio compromise: per-
manecer en el Hemiciclo para continuar el trata-
miento de la Moci6n, y con eso estamos justifican-
do de nuestra parte que no hemos venido con una
actitud de oposici6n sistematica ni irresponsible
ni nos interest tampoco enfrascar a la CAmaia so-
bre un mismo tema en dos debates distintos por
cuanto esta solicitada la designaci6n de una Comi-
si6n para que ampliamente actfie en relaci6n con
este problema.

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.): Pido la pa-
labra, Sr. President.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. Diaz Balart.

Sr. Diaz Balart GutiBrrez (Rafael L.): Sr. Presi-









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 9
_------- i ., .,. ...... ,, ,--- -


dente y sefiores Representantes: En respuesta a
las palabras del distinguido compafiero el Sr. Eli-
seo Guerra, parece que estoy en disposici6n de po-
der contestar categ6ricamente su planteamiento,
haciendo constar, desde luego, que este es un asun-
to que tuve el honor de consultar con el lider del
Partido Liberal, Sr. Carmelo Urquiaga, con el li-
der del Partido Dem6crata, Sr. Milan6s, con el li-
der-coordinador de la Mayoria, Sr. Pardo Jim6nez
y el lider del Partido Uni6n Radical, Sr. Bernal
Gonzalo. Por lo tanto, creo que estoy en disposi-
ci6n de acceder en la forma que reclama nuestro
compafero Sr. Guerra, y de que todos los miem-
bros de la Mayoria congressional estan, no sola-
mente dispuestos a pelmanecer en su escafio todo
el tiempo que result necesario para discutir este
asunto, sino que ademAs estin ansiosos de entrar
en este debate y prolongarlo hasta sus filtimas con-
secuencias.

Sr. Amador Rodriguez (Juan): Pido la palabra
Sr. President, para formular un ruego.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. Amador Rodriguez para un ruego.

Sr. Amador Rodriguez (Juan): Sr. President y
sefiores Representantes: Era para plantearle al
compafiero Guerra Romero que como en el Animo
de nosotros estA debatir la cuesti6n, acceda al rue-
go del Representante Diaz Balart en lo que se re-
fiere a la Petici6n de Datos, para que entonces
se ofrezca la oportunidad de que los compafieros
Representantes que fueron victims personales de
la cuesti6n, puedan rendir un informed a los com-
paneros.

Sr .Presidente (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. Guerra Romero para contestar el
ruego.

Sr. Guerra Romero (Eliseo): Sr. President y se-
nores Representantes: Para acceder a la petici6n
que ha hecho el compafiero Diaz Balart, aclarando
que esta actitutd ha sido objeto de un cambio de
impresiones con los compafieros del Comit6 "Au-
t6ntico", en el sentido de discutir la Moci6n, para
lo cual tenemos interesado en el trAmite reglamen-
tario, la suspension de los preceptos reglamenta-
rios para que pueda ser conocida la misma.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Hecha la
aclaraci6n por el Sr. Guerra de la Petici6n de Da-
tos, a votaci6n.

La Petici6n de Datos contiene 3 apartados: Los
niumeros 1 y 2 son contentivos de una Petici6n de
Datos propiamente dicha. Y el nfimero 3, envuelve
una Moci6n, y advertido por la Presidencia el pro-
ponente de que le faltaba a este extreme deter-
minados requisitos reglamentarios, el proponents,
Sr. Guerra, ha reproducido la Moci6n en forma
independiente, y figure en el lugar correspondien-
te del Orden del Dia. Consecuentemente, a los
efectos d su votaci6n, queda eliminado de la Pe-
tici6n de Datos, el apartado nimero 3 a que ha-


cemos referencia. Se pone por tanto a votaci6n
los apartados Iro. y 2do. del escrito de Petici6n
de Datos.

Ordinaria.

Los sefiores Representantes que est6n confor-
mes con la Petici6n de Datos, apartados Iro. y 2do.,
se servirAn ponerse de pie.

(La mayoria asi lo hace.)

Aprobados los apartados primero y segundo de
la Peticion de Datos que ha sido leida.

Continua el Orden del Dia.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Se va a
proceder a la lectura de DictAmenes.

(El Oficial de Actas lee los DictAmenes de las Comi-
siones de Justicia y C6digos y de Hacienda y Presu-
puestos, contrarios a la Proposici6n de Ley de los se-
fores Rodriguez de Arag6n (Roberto) y otros, deno-
minada "Seguro y Protecci6n de los Hijos de los Em-
pleados Pfblicos de la Naci6n".)

Se imprimirA, se repartiran copias y se incluira
en un pr6ximo Orden del Dia.

(El Oficial de Actas lee el Dictamen de la Comisi6n
de Justicia y C6digos favorables al Proyecto de Ley y
de Hacienda y Presupuestos contrario, por el que se
crea en la ciudad de La Habana un Juzgado Correccio-
nal del TrAnsito, Secci6n Primera, a la vez que se dis-
pone que los actuales Juzgados Correccionales de la
Secci6n S6ptima y Octava, se denominarAn, Juzgados
Correccionales del Transito, Secci6n Segunda y Ter-
cera.)

Sr. Fischer Lorenzo (Rolando F.): Sr. Presiden-
te, pido la palabra.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. Fischer.

Sr. Fischer Lorenzo (Rolando F.): Sr. Presiden-
te y sefiores Representantes: Para solicitar que se
haga constar que la Petici6n de Datos que se apro-
b6 hace breves moments por la CAmara, fu6
acordada por unanimidad.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Asi se
hara constar.

Y en cuanto al Dictamen que se acaba de leer, se
imprimirA, se repartiran copias y se incluirA en un
pr6ximo Orden del Dia.

(El Oficial de Actas lee el Dictamen do la Comisi6n
de Seguros y Mutualidades al Proyecto de Ley, por el
que se declnian excntas del pago de today clase de im-
puestos, cointlibuciones y dercchos que se cobren por
el Estado, a las Asociaciones Mutualista- con Sanato-
rio, etc. (Fultan los de las Comisiones de Aranceles e
Impuestos y Asislencia Social.)









10 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


Sr. Urquiaga Padilla (Carmelo): Sr. President:
Pido la palabra.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. Urquiaga.

Sr. Urquiaga Padilla (Carmelo): Sr. President
y sefiores Representantes:

Para solicitar, de acuerdo con lo establecido en
el Reglamento, en el parrafo segundo del Articulo
89, en vista de que faltan los informes de las Co-
misiones de Aranceles e Impuestos y Asistencia
Social, y que ya esta dictaminado por la de Segu-
ros y Mutualidades ese Proyecto de Ley que be-
neficia a una gran parte de nuestra poblaci6n que
pertenece a las Asociaciones Mutualistas, que se
de un plazo de tres dias a las dos restantes Comi-
siones para que informed, para que de lo contrario,
se proceda a discutir el Proyecto, de acuerdo con
la Ponencia emitida ya por la Comisi6n de Segu-
ros y Mutualidades.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): El Sr. Ur-
quiaga propone un plazo de tres dias para que dic-
taminen las Comisiones que faltan por emitir su
informed.

A votaci6n.


Los sefiores Representantes que
mes, se servirAn ponerse de pie.


est6n confor-


(La mayoria asi lo hace.)

Aprobado.

Continfa la lectura.

(El Oficial de Actas lee el Dictamen de la Comisi6n
de Asistencia Social del Proyecto de Ley, denominado
"Ley de Asistencia Medica Urgente al Campesino Ca-
magtieyano".) (Faltan los de las Comisiones de Ha-
cienda y Presupuestos y de Salubridad y Homicultura.)

Sr. Torre Ramirez (Angel E. de la): Pido la pa-
labra, Sr. President.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. De la Torre.

Sr. Torre Ramirez (Angel E. de la): Sr. Presi-
dente y sefiores Representantes: Para solicitar, ya
que esta dictaminado por la Comisi6n de Asisten-
cia Social, el Proyecto de Ley denominado "Ley de
Asistencia M6dica Urgente al Campesino Cama-
giieyano", que se d6 a las Comisiones de Hacienda
y Presupuestos y Salubridad y Homicultura, un
plazo de tres dias para que dictaminen. De lo con-
trario se proceda a discutir el Proyecto de acuerdo
con el Dictamen ya emitido.

Igualmente propongo que se d6 este plazo de
tres dias a las Comisiones que no han rendido to-
davia su informed en cuanto a los Dictimenes mar-


cados con los nfimeros cinco y seis en el Orden
del Dia.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Para los
tres Dictamenes propone el Sr. De la Torre, que el
plazo sea de tres dias. ,Son las mismas Comisiones
Sr. De la Torre?

Sr. Torre Ramirez (Angel E. de la): Efectiva-
mente. Solicito que se conceda igual plazo de tres
dias en el caso de los Dictamenes marcados con los
nimeros 5 y 6.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): En cuan-
to al Dictamen que se acaba ae dar lectura pro-
pone un plazo de tres dias a las Comisiones que
restan por emitir su Dictamen, a fin de que lo
hagan.

A votaci6n. Los sefiores Representiantes que
est6n conformes, se servirAn ponerse de pie.

(La mayoria asi lo hace.)

Aprobado.

(El Oficial de Actas lee el Dictamen de la Comisi6n
de Asistencia Social al Proyecto de Ley, concediendo
un cr6dito de $100,000.00 para la construcci6n de un
hospital civil en Santa Cruz del Sur, mds otro de 35 mil
pesos para la compra de equipos e instrumental medico
quirfirgico y uno annual de $30,000.00 para los gastos
de sostenimiento del mismo.) (Faltan los de las Comi-
siones de Hacienda y Presupuestos y de Salubridad y
Homicultura.)

Sr. Torre Ramirez (Angel E. de la): Sr. Presi-
dente: Solicito, en vista de que ya estd dictami-
nado este Proyecto por la Comisi6n de Asistencif
Social, que se d6 un plazo de tres dias a las Comi-
siones de Hacienda y Presupuestos y de Salubridad
y Homicultura, a fin de que dictaminen.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): El Sr. De
la Torre propone un plazo de tres dias a las men-
cionadas Comisiones que todavia no han rendido
su informed.

A votaci6n. Los sefiores Representantes que es-
t6n conformes, se serviran levantar la mano.

(La mayoria asi lo hace.)

Aprobado.

Sr. Amador Rodriguez (Juan): Pido la palabra,
Sr. President.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. Amador.

Sr. Amador Rodriguez (Juan): Sr. President y
seiores Representantes:

Para hacerle una pregunta a la Presidencia, ya
que de acuerdo con informaciones periodisticas,









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 11


tengo entendido que el senior Jos6 Miguel Morales
G6mez, ha presentado a la Mesa de la CAmara la
renuncia de su cargo de Representante. Deseo sa-
ber si esa renuncia esta en el Orden del Dia, y si
no esta para demandar de la Presidencia que se
incluya en el Orden del Dia de mailana.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Aunque
estamos en el tramite de lectures, la Presidencia
puede informarle que no esta en el Orden del Dia
ese asunto. Tan pronto sea possible se incluirA en
un Orden del Dia.

Sr. Amador Rodriguez (Juan): Para demandar,
Sr. President, que se incluya en el Orden del Dia
de mafiana.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): La Pre-
sidencia toma nota de los deseos del Sr. Amador.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del): Pido la palabra,
Sr. President.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. Del Toro.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del): Sr. President y
sefores Representantes:

Quisiera saber, si existe esa renuncia qu6 fecha
tiene, porque a lo mejor es de hace various meses...

Sr. President (Godoy Loret de Mola): No estA
ese asunto sobre la Mesa, y por consiguiente no
s6 que fecha tiene, Sr. Del Toro.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del): Yo finicamente
deseaba saber, de existir la renuncia a que se re-
fiere el Sr. Amador, la fecha que tiene la misma,
ya que a lo mejor estA hecha hace site u ocho
meses...

A eso es a lo que me refiero.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Y a eso
es a lo que me refiero, Sr. Del Toro, a que no estA
sobre la Mesa.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del): Yo no quisiera,
Sr. President, que se trajera el Orden del Dia sin
que se me informara la fecha en que se present,
porque si la hizo hace seis meses a lo mejor ya ha
cambiado de opinion. Por mi parte s61o s6 que el
Sr. Morales G6mez no concurre al hemiciclo, al
igual que otros tantos que habiendo sido declara-
das limpias sus actas tampoco vienen por aqui.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): La Presi-
dencia toma nota de las manifestaciones del Sr.
Del Toro.

Sr. Guerra Romero (Eliseo): Pido la palabra.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. Guerra.


Sr. Guerra Romero (Eliseo): Yo quisiera rogar
a la Presidencia, en nombre del Comit6 Parlamen-
tario del Partido Revolucionario Cubano, (Aut6n-
tico), por cuyo partido fu6 electo Representante
y proclamado por el Pleno de esta CAmara el dis-
tinguido compafiero senior Morales G6mez, que no
se haga esto de la solicitud de referencia, de que
se Ileve al Orden del Dia de inmediato, en la pr6-
xima sesi6n, el problema expresado, toda vez que
el Comit6 Parlamentario del Partido Revoluciona-
rio (Aut6ntico), considerando los m6ritos extra-
ordinarios del distinguido compafiero electo por la
Provincia de La Habana, estA realizando las ges-
tiones correspondientes, para que en la oportuni-
dad que 61 estime adecuada se reintegre a las acti-
vidades parlamentarias, honrando las filas de nues-
tro Partido en la defense de los intereses del pue-
blo aqui, en esta CAmara de Representantes.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): La Pre-
sidencia toma igualmente nota de las manifesta-
ciones del Sr. Guerra Romero.

Sr Amador Rodriguez (Juan): Pido la palabra,
Sr. President.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. Amador Rodriguez.

Sr. Amador Rodriguez (Juan): Sr. President y
sefiores Representantes: Yo creo, repito, que es
necesario se traiga a la consideraci6n de este Cuer-
po la renuncia, reiterada pfblicamente, de un Re-
presentante que dice que no es Representante y
que se siente deshonrado con ser miembro de esta
CAmara, y por el hecho de continuar en esa acti-
tud, sinceramente nosotros creemos que contin6.a
sinti6ndose deshonrado...
Sr. Hernandez P6rez (Facundo): ;Me permit
una interrupci6n S.S. con la venia de la Presi-
dencia?
Sr. Amador Rodriguez (Juan): Con much gusto.
Sr. President (Godoy Loret de M,, 1: Tiene la
palabra el Sr. Facundo HernAndez.
Sr. HernAndez P6rez (Facundo): Sr. President
y sefiores Representantes: Permitaseme hacer una
aclaraci6n. En la carta que fu6 publicada en la
prensa de nuestro pais, donde el Sr. Morales G6-
mez hace renuncia de su acta de Representante,
no recuerdo que haya una sola f ase ofensiva para
este Cuerpo ni para alguno de sus miembros. Sim-
plemente hace renuncia por un criterio personal,
pero jams hay un temnino, una palabra, un vo-
cablo que aluda a los que aqui nos sentamos, o a
este Cuerpo como Cuerpo en si.

Viene bien la proposici6n del compafiero, en
cierta paite, pero no es just que se haga apare-
cer como qae el compaiiero Morales G6mez haya
proferido pfblicamente frases o palabras ofensivas
para este Cuerpo.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Continfa









12 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES
-- .... ------~----------


en el uso de la palabra el Sr. Juan Amador Ro-
driguez.

Sr. Amador Rodriguez (Juan): En el dia de ma-
fiana traer& las manifestaciones esas que estimo
deprimentes para este Cuerpo, hechas pfblicamen-
te por el senior Morales G6mez, pero lo que impor-
ta ahora es que si hay una renuncia debe conocer-
se por el Pleno y que 6ste determine si se acep-
ta o no.

Sr. Veloso Sala (Jos6 N.): Sr. President, como
cuesti6n de orden planteo que estamos fuera de el
Orden del Dia y que este no es el moment para
tratar este asunto.

Sr. President (Godov Loret de Mola): Sr. Velo-
so, se pidi6 una informaci6n a la Presidencia y 6sta
la ha ofrecido...

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-Sr. President,
deseo aclarar este planteamiento, pues me luce de
las palabras del Sr. President de que mariana ha-
bri una oportunidad de traer el asunto en el Orden
del Dia...

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-La Pre-
sidencia se ha limitado -como entiende que regla-
mentariamente procede-, a tomar nota de las as-
piraciones, deseos o demands de los Sres. Congre-
sistas, en torno a este asunto y su inclusion en el
Orden del Dia.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-Sr. President,
del que hizo la petici6n.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Exacto,
pero es que la Presidencia...

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-De las palabras
de la Presidencia parecia que iba a traer la renun-
cia, en el caso de que 6sta exista, de inmediato...

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Sr. del
Toro: la Presidencia se reunirA, como procede, con
la Mesa, estudiarA el problema y determinarA si lo
incluye o no en el Orden del Dia.

Continfia la lectura de DictAmenes.

El Official de Actas lee el Dictamen de la Comisi6n
de Asistencia Social al Proyecto de Ley, concediendo
un cr6dito de $65,000.00 para la construcci6n de un
Hospital Civil en Guaimaro, mAs otro de $25,000.00 para
la compra de instrumental medico quirfrgico y uno
annual de $20,000.00 para los gastos de mantenimiento
del mismo. (Faltan los de las Comisiones de Hacienda
y Presupuestos y de Salubridad y Homicultura).

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Este Dic-
tamen tambi6n esta comprendido en el plantea-
miento del Representante De la Torre, acerca de
conceder tres dias para que dictaminen las Comi-
siones que faltan.


Se pone a votaci6n. Los Sres. Representantes
que est6n conforme se serviran ponerse de pie.

(La mayoria de los sefiores Representantes asi
lo hacen.)

Los Sres. Representantes que est6n inconformes
se serviran ponerse de pie.

(Muy pocos sefiores Representantes asi lo hacen.)

Aprobada la proposici6n del senior De la Torre.

Continia la lectura de Dictamenes.

El Official de Actas lee el Dictamen de la Comisi6n
de Seguros y Mutualidades al Proyecto de Ley, creando
una instituci6n publica denominada "Seguro del Maes-
tro de Escuela Privada". (Faltan los de las Comisiones
de Cultura y Educaci6n y Especial de Organismos Au-
t6nomos).

Sr. HernAndez Rodriguez (Eladio).-Pido la pa-
labra, Sr. President.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene la
palabra el Sr. Eladio HernAndez.

Sr. HernAndez Rodriguez (Eladio).-Para rogar-
le a la Presidencia y a los demas compafieros de la
CAmara, que el Dictamen que acaba de leerse, in-
formado favorablemente por la Comisi6n de Segu-
ros y Mutualidades, que se le de un plazo de cinco
dias a las otras dos Comisiones, las de Cultura y
Educaci6n y a la de Organismos Aut6nomos, para
completar los informes sobre esta Proposici6n de
Ley.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Se pro-
pone conceder un plazo de cinco dias, para que
dictaminen sobre esta Proposici6n de Ley las dos
Comisiones que faltan. Se pone a votaci6n. Los
sefiores Representantes que esten conformes se
serviran ponerse de pie.

(La mayoria de los sefiores Representantes asi
lo hace).

Aprobado.

El Official de Actas lee los DictAmenes de las Comi-
siones de Aranceles e Impuestos, Seguros y Mutualida-
des y de Asuntos Provinciales y Municipales al Pro-
yecto de Ley, creando el Seguro de los Gobernadores
Provinciales, Alcaldes Municipales, Concejales de los
Ayuntamientos de la Repiblica, Empleados y Funcio-
narios de las CAmaras Municipales y Empleados y Fun-
cionarios de los Consejos Provinciales.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Se im-
primira, se repartirAn copias y se incluirA en un
pr6ximo Orden del Dia.

Sr. Pardo Jlm6nez (Angel).-Yo rogaria a la
Presidencia y a la Mesa que confeccionan el Orden
del Dia, que tengan en cuenta esta iniciativa, para








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 13
...... .. ,, t .... .. ,, ,


que sea incluida lo antes possible en la misma, toda
vez que es un clamor de todos los funcionarios que
representan a los Ayuntamientos, a los Alcaldes y
a los Gobernadores y sus empleados, que requieren
un Seguro adecuado, que es lo que contiene esta
Proposici6n.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Se toma
nota de las manifestaciones del Sr. Pardo Jime-
nez.

Terminadas las primeras lectures, se va a dar
cuenta con una solicitud de suspension de los pre-
ceptos reglamentarios, encaminada a alterar el
Orden del Dia para entrar en el tratamiento de la
Moci6n del Sr. Guerra, a que se viniera aludiendo
en el debate anterior.

(El Oficial de Actas la lee).

A LA CAMERA

Los Representantes que suscriben interesan de la
Camara la suspension de los preceptos reglamentarios
que se opongan a la inmediata discusi6n y resoluci6n
de la Moci6n de los sefiores Guerra Romero y otros,
relative a que se design una Comisi6n Especial estudie
hechos ocurridos Central "Washington".

Sal6n de Sesiones de la Camara de Representantes,
a 26 de septiembre de 1955.

(Fdo.) Eliseo Guerra Romero, Sergio Mendez Espino-
sa, Luciano Rodriguez Portuondo, Jose L. Fernandez
L6pez.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-A vota-
ci6n nominal sin debate. Los sefiores Representan-
tes que est6n conformes con la suspension de los
preceptos reglamentarios para entrar a tratar la
Moci6n. ..

Sr. Amador Rodriguez (Juan).--;Tiene que ser
nominal?

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Si, se-
fior, pues require que exista un qu6rum deter-
minado.

Los que est6n conformes con la petici6n de sus-
pensi6n de preceptos se serviran votar que si; los
que esten inconformes, contestarAn que no. Se va
a proceder a la votaci6n.


(El Oficial de Actas efectla la votaci6n).

Emitieron sus votos los Representantes sefiores:
Aguirrechu Pages, Alonso Avalos, Alonso Avila, Ama
dor Rodriguez, Benitez Quirch, Bquer Diaz, Bernal
Gonzalo, Caballero Brunet, Cabezas Abraham, Cantillo
Porras, Cartafif SAnchez, Casillas Lumpuy, Columbie
Quifiones, Cruz P6rez, Chaviano Perez, Diaz Balart Gu-
tijrrez, ,Diia Cuevas, Diaz Robainas, Dueilas Iobert,
Elias Rios, Escobar Quesada, FernAndez L6pez, Figue-
roa Zaragoza, Fischer Lorenzo, Garcia Barcel6, Garcia


Odloai Garcia Randulfe, GonzAlez Agiiero, GonzAlez
Lorenzo, Guerra Romero, HernAndez P6rez, HernAndez
Rodriguez, Iglesias Abreu, Jimenez JordAn, Le6n Rami-
rez, Le6n Rojas, Lima Delgado, L6pez de Mendoza, L6-
pez Garrido, L6pez Montero, Mancebo Rodriguez, Mar-
quet Dominguez, Martinez Odio, Masferrer Rojas, M6n-
dez Espinosa, MilanBs Tamayo, Montalvo Saladrigas,
Mora Morales, Morcate Cobas, Nfilez Arias, Ortega Or-
tega, Palomino Lecuona, Pardo Jim6nez, Perche Rivas,
Perez Almaguer, Pujol Le6n, Quintana Herrera, Qui-
fiones del Sol, Restoy SAnchez, Rivero Agiiero, Robaina
Leiseca, Rodriguez de Arag6n F., Rodriguez Diaz, Ro-
driguez Portuondo, Rodriguez SAnchez, Rojas Bermil-
dez, Rubio Bar6, SAnchez Fernandez, SAnchez P6rez, So-
ler Fernindez, SuArez Baster, Tabernero Blis, Toro Ca-
brera, Torre Ramirez, Torres SAnchez, Urquiaga Padi-
la, Vald4s Astolfi, Valle Guti6rrez, Varela Cernadas,
Varona Ferrer, Varona Vald6s, VelAzquez Beat6n, Ve-
loso Sala, Vidal M4ndez, Viejo Llorente, Zubiaur de Ar-
mas, Cusid6 Torres, Pupo SAnchez y Godoy Loret de
Mola.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).--iFalta
algin Sr. Representante por votar?

(Silencio).

Han votado 89 sefiores Representantes. Todos
que si. Aprobada la suspension de preceptos. Se
va a dar lectura a la Moci6n.

(El Oficial de Actas la lee).

A LA CAMERA

POR CUANTO: Los sucesos ocurridos en el Central
"Washington" produjeron honda consternaci6n en la
clase obrera y pueblo de Cuba.

POR CUANTO: La CAmara de Representantes, ge-
nuina representaci6n del pueblo, no puede permanecer
indiferente a los hechos de referencia.

Los Representantes que suscriben someten a la con-
sideraci6n de la CAmara la siguiente

MOCION

19--Que se design una Comisi6n Oficial, integrada
por un miembro de cada Comit6 Parlamentario, para
que conozca todo lo relacionado con los hechos y rinda
informed a esta CAmara de acuerdo con su actuaci6n,
haciendo a la vez las sugerencias del acuerdo que me-
jor estime.

Sal6n de Sesiones de la CAmara de Representantes,
septiembre 20, de 1955.

(Fdo.) Eliseo Guerra Romero, Eugenio Cusid6 To-
rres, Facundo HernAndez P6rez, Jose Luis FernAndez
L6pez.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-A dis-
cusi6n la Moci6n. Procede reglamentariamente
un turno en pro y uno en contra, salvo que el








14 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


Cuerpo desee la ampliaci6n de los turnos y asi se
proponga y acuerde.

Sr. Amador Rodriguez (Juan).-Pido la palabra
a favor.

Sr. Morcate Cobas (Mariano M.).-Pido la pala-
bra en contra.

Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Sr. President:
Como autor de la Moci6n reclamo el turno a favor.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-El autor
de la Moci6n reclama el turno a favor.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-Para una cues-
ti6n de orden, Sr. President.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene la
palabra para una cuesti6n de orden el Sr. Del
Toro.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-Siguiendo indi-
caciones del Sr. Carmelo Urquiaga, Presidente li-
der del Comit6 Parlamentario Liberal, parece que
la Mesa de la Camara, haciendo uso del Reglamen-
to, encontr6 y admiti6 como petici6n de datos lo
que envolvia la Moci6n como petici6n de datos, y
entonces la Mesa de la Camara trae esta Moci6n a
esta sesi6n -a mi juicio equivocadamente-, a
discusi6n.

Nos encontramos aqui en el tramite de discu-
si6n de Mociones, con lo que es, aunque recoja la
idea, una Moci6n nueva que debi6 haber ido en el
Orden del Dia al acdpite de Mociones. Digo que
se incluy6 impropiamente, a mi juicio, en el trami-
te de discusi6n de Mociones lo que era el apartado
3ro. de Peticiones de Datos, pero yo tengo mis es-
crfipulos, decia aqui, y esa es la cuesti6n de orden
que yo planteo al amparo del Articulo 78, que dice:

(Lee).

Articulo 78.- "Cuando la Moci6n fuese de tal natura-
leza, que a juicio de la CAmara mereciere detenida con-
sideraci6n, se observaran con ella los trnmites prescri-
tos para las proposiciones de ley, sin que nunca pueda
darsele el carActer de proyecto. Exceptdanse las Mocio-
nes de interpelaci6n o las que tengan por objeto plan-
tear una cuesti6n de confianza a los Ministros del Go-
bierno.

Se entenderAn comprendidas siempre en este caso las
que se encuentran previstas en el Articulo 285 de la
Constituci6n."

Y la Camara, en 29 de octubre de 1945 lo inter-
pret6 en esta forma:

(Lee):

"La discusi6n de una Moci6n en el caso de que la
CAmara acuerde tratarla en la misma sesi6n, se hara
on el trAmite correspondiente a la discusi6n de Mocio-
nes, y no en el moment en que se acuerde."


Los sucesos del "Washington" tienen much im-
portancia. Yo tengo grandes deseos de oir una ex-
plicaci6n detallada de los mismos. Pero tiene tam-
bi6n much importancia el Orden del Dia y a mi
me luce que podriamos entrar primero en la dis-
cusi6n de Dictamenes, y despu6s tratar ese asunto,
pues como aqui se dice que permaneceremos todos
aqui hasta que este problema se debate, yo me
temo que si se debate primero esa Moci6n, al ter-
minar se retiren los sefores Representantes, en
uso de un legitimo derecho. Por eso, yo propongo
que eso no se discuta ahora sino en el apartado de
discusi6n de mociones. Esto es lo que yo propon-
go al amparo del articulo 78 y que la CAmara ya
interpret en su sesi6n de 29 de octubre de 1945.

Sr. Alonso Avila (Antonio).-Sr. President: Pi-
do la palabra...

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-La Pre-
sidencia debe resolver primero la cuesti6n de or-
den planteada por el Sr. Del Toro.

La Presidencia debe informar al Sr. Del Toro,
que hay un error de premisa en el planteamiento
de su cuesti6n, que es el siguiente: Se present a
la Mesa, a la Presidencia, y se le di6 curso, un es-
crito que contenia tres apartados: primero, una pe-
tici6n de datos; segundo, una petici6n de datos;
tercero, un planteamiento que a juicio de la Presi-
dencia era una Moci6n, y a aquel escrito le faltaba,
entire otras cosas, las tres firmas reglamentarias
que debe llevar toda Moci6n. Se pas6 entonces el
escrito a la Jefatura de Despacho a fin de que el
proponents hiciera las necesarias modificaciones
a su alegato, a su escrito. Pero no se hizo, y espe-
rando que se hiciera result que no se incluy6 en
el Orden del Dia el lunes. El lunes, la Presidencia
se lo explic6 asi al Sr. Eliseo Guerra, y 61, com-
prendi6ndolo asi, redact6 un escrito que recogia
ese apartado tercero para que viniera como Mo-
ci6n. De manera que en la sesi6n del lunes se lle-
v6 el escrito que tenia los tres apartados y que han
sido resueltos en la forma que se ha dicho los dos
primeros, y el tercero, como acaba de explicar la
Presidencia, despu6s del informed que le di6 al Sr.
Guerra, vino en la filtima sesi6n en el Orden del
Dia. Se le di6 primera lecture y conjuntamente
con ella, a una proposici6n de suspension de pre-
ceptos reglamentarios y a una Moci6n del Repre-
sentante Zayas en relaci6n con Baracoa. Se qued6
en que se trataria despu6s que terminara las pri-
meras lectures, pero cay6 el qu6rum y no se pudo
tratar. Ahora se trae en segunda lectura despu6s
de haberse impreso. Ibamos a entrar ahora en el
trAmite de discusi6n de dictamenes para entrar
despu6s en la Discusi6n de Mociones, en que esto
se iba a discutir, porque ya estaba en segunda lec-
tura, pero se ha aprobado una suspension de pre-
ceptos reglamentarios y antes de entrar en la Dis-
cusi6n de DictAmenes, se va a entrar en la discu-
si6n de esta Moci6n.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-Sr. President:
Yo asisti a la Camara los tres dias de sesi6n. Re-
cuerdo perfectamente, que, bien porque los libe-








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 15


rales fueron al Senado a la toma de posesi6n del
sustituto del sefor Carlos Miguel de C6spedes, se-
for Aguilar, o por cualquier otra causa, no hubo
sesi6n el martes. En la sesi6n del lunes no se hizo
mas que leer el mensaje del Ejecutivo, y en la se-
si6n del miercoles no hubo ninguna Moci6n.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Si, se-
nor, figu,6 en el Orden del Dia y figure en las
copias.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-Yo entiendo
que el mi6rcoles se debatia ampliamente, y en ese
instant intervino el Sr. Carmelo Urquiaga, lla-
mando la atenci6n de la Presidencia de que en lo
que se llamaba Petici6n de Datos, se incluia una
Moci6n en el apartado tercero.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-En ese
instant, antes del debate que fue respect a la
Petici6n de Datos, ya se le habia dado lectura a la
Moci6n, a la petici6n de suspension de preceptos
reglamentarios y a la Moci6n del Representante
Zayas en relaci6n con los sucesos de Baracoa, y
habiendo recibido solamente la primera lectura,
se pas6 al acipite de discusi6n de dictimenes...

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-Sr. President:
La semana pasada hubo tres dias de sesi6n. La
primera sesi6n se limit al Mensaje Presidencial
sobre el estado general de la naci6n. El martes no
hubo sesi6n, y el mi6rcoles fu6 el finico dia que se
debati6 en la Camara, y yo recuerdo que lo que
habia aqui era una Petici6n de Datos, y si no re-
cuerdo mal, el Sr. Carmelo Urquiaga llam6 la
atenci6n sobre que el escrito habia sido mal admi-
tido por la Mesa, porque podia haberse desglosado
la Moci6n de la petici6n de datos.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Todo el
planteamiento que hace el Sr. Del Toro es corre-
cto, con la 6inica excepci6n de que con anteriori-
dad a ese debate se ley6 esta Moci6n y una sus-
pensi6n de preceptos reglamentarios, y hubo hasta
un debate entire los Representantes Alfredo Zayas
y Eliseo Guerra en relaci6n con la prelaci6n de
sus Mociones. En ese moment la Presidencia de-
clar6 que habia una primera lectura y que no ca-
bia el debate y entramos despu6s en la Petici6n de
Datos. iEl Sr. Del Toro desea que se le vuelva a
dar lectura?

Sr. Toro Cabrera (Jose A. del).-Yo creo que no.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Enton-
ces estibamos sometiendo a discusi6n la Moci6n.
La Presidencia estaba advirtiendo de que procede
un turno a favor y un turno en contra. El turno a
favor lo estaba reclamando el Sr. Juan Amador
Rodriguez, los sefiores B6quer y otros; y el Sr. Gue-
rra lo reclam6 a favor, teniendo preferencia por
ser el autor de la Moci6n. Otros turnos fueron pe-
didos por los Sres. Diaz Balart, Morcate y otros,
pero salvo que la Camara acuerde la ampliaci6n
del debate, que lo pudiera acordar en este caso, o
en posterior oportunidad, la Presidencia no puede


conceder mis turnos que uno en contra y otro a
favor, y el turno en pro, si es uno s6lo le corres-
ponde al Sr. Guerra, como autor de la Moci6n.

La Presidencia lo lamenta, pero ese es el orden
que debe seguirse, por lo tanto, tiene la palabra el
Sr. Guerra Romero.

Sr. Amador Rodriguez (Juan).-Nosotros pedi-
mos la palabra inmediatamente.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Pero no
es que hayan pedido la palabra, es que la Presiden-
cia tiene que conced6rsela a quien le pertenezca.

Sr. Amador Rodriguez (Juan).-Cuando se ter-
min6 la primera lectura, pedimos la palabra.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Al ter-
minar la primera lectura, el primer asunto que ine.
vitablemente habia que tratar, era la suspension
de preceptos, pero al no pedirse, la Presidencia
tiene que dar dos turnos, y en este caso al autor,
que es el Sr. Guerra.

Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Sr. President y
sefiores Representantes: Yo deploro de una mane-
ra extraordinaria...

Sr. Amador Rodriguez (Juan).-Le ruego al com-
pafiero Eliseo Guerra, que nos permit una inte-
rrupci6n, con la venia de la Presidencia.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Para
una interrupci6n, tiene la palabra el Sr. Amador
Rodriguez.

Sr. Amador Rodriguez (Juan).-Sr. President y
sefiores Representantes: Para rogarle al compafie-
ro Eliseo Guerra, que como esta cuesti6n se rela-
ciona especificamente con dos distinguidos com-
pafieros de este Cuerpo, los Representantes Ro-
driguez y B6quer, y como que ello puede contri-
buir a un total esclarecimiento de los hechos, y
puede hacer possible una unanimidad de criterios
en la condenaci6n de los mismos, yo me permit
rogarle al compafiero Guerra, que por la via de in-
interrupci6n, si es possible, permit a los Represen-
tantes B1quer y Rodriguez que hagan un informed
a los distinguidos compafieros de este Cuerpo, pa-
ra que tengan un conocimiento exhaustive de la
cuesti6n.

Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Sr. President y
sefiores Representantes: En primer lugar voy a
contestarle el ruego amable del compafiero Juan
Amador Rodriguez, para advertir que en ninguna
oportunidad el Representante que habla, cuando
ha estado ejerciendo ese derecho que ampara nues-
tro Reglamento, en defense de alguna iniciativa, o
explicando nuestro criterio sobre algin problema
de interns colectivo, hemos sido remisos a la rei-
teraci6n del concept de gentileza y compafieris-
mo.

Cuando se nos ha interesado por la via de la in-








16 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES
.. . .


terrupci6n, conceder la palabra a algfn compafie-
ro, especialmente los compafieros B6quer y Ro-
driguez, este humilde Representante que habla,
con much gusto ha accedido, y accedera a la soli-
citud de referencia.

Como yo habia expresado en la oportunidad en
que se trajera a esta Camara en primera lectura
mi Petici6n de Datos, y les hacia el llamamiento a
ellos, que han sentido en sus propias carnes la ac-
ci6n brutal y cobarde de la Fuerza Pliblica en los
salones del Sindicato del Central "Washington",
que ellos trajeran a la expresi6n de su palabra, el
informed a este Cuerpo, para que se viera ain mis
la raz6n de nuestra energica protest al producer
aquella Petici6n de Datos y la Moci6n que en esta
oportunidad la CAmara va a discutir.

Cuando yo iniciaba mis palabras, concedida la
palabra por la Presidencia, en defense de la Mo-
ci6n de referencia, decia que deploraba de una ma-
nera extraordinaria que el pasado mi6rcoles, cuan-
do estaba Droduciendose el debate de la Petici6n d(
Datos, encaminada a recover de modo official la
respuesta del Ministro de Gobernaci6n a este Cuer-
po. en torno a los hechos dl1 central "Washing-
ton", se expresaron aqui criterios apasionados por
distinguidos compafieros. lideres de los partidos de
gobierno. El compafiero Diaz Balart de una parte.
CAndido Mora de otra, y el compafiero Carmelo
Urquiaga, expresi6n de experiencia y capacidad en
este Cuerpo, y deploro, porque hubiera querido
en aauella misma tarde del mi6rcoles haber podido
completar las expresiones de esos distinguidos
compafieros que justificaban en sus palabras el
concept de discipline dentro de la Mayoria gu-
bernamental de que forman parte, porque los dias
que han transcurrido roban de la mente de este
humilde Representante muchos de los concepts
que se expresaron por los mencionados compa-
neros.

El comDafiero Carmelo Urauiaga, cuando hacia
un anAlisis de la Petici6n de Datos v de la Moci6n
que trajo el Representante que habla. decia: "aue
resultaba inonerante, porque ya el Ministro de Go-
bernaci6n habia hecho reiteraciones publicas. en
relaci6n con el asunto tantas veces mencionado
del telegrama falso", que dicen cursado en una
Oficina de Correos de La Habana.

El mas escaso ciudadano de la calle no admit
en sus sentimientos que aleuien Dueda llevar a
una oficina pfblica un telegram official, nada me-
nos aue de un Sr. Ministro del Gobierno, y que un
ciudadano pueda Dasar ese telegrama por esa via,
cuando estos telegramas que salen de los Ministe-
rios llevan, ademAs. los cufios oficiales de los res-
pectivos deDartamentos, y se hacia la expresi6n
asimismo, de aue no se veia la raz6n de que pidi6-
ramos a esta CAmara la designaci6n de una Co-
misi6n Especial. para que conociendo ampliamente
de los hechos, trajera una iniciativa resnonsable a
este Cuerpo. lejos de la ideologia political, pero
honda, por el respeto y el derecho que tiene la ciu-
dadania a vivir en paz y en satisfacci6n en esta Re-


piublica, que tanta sangre sigue perdiendo en ple-
nos dias de Repfiblica, sangre que cuesta por el
exceso y extralimitaci6n de las funciones de algu-
nos que confunden, como en el caso del "Washing-
ton", el desempefio de sus funciones de autoridad,
aquellos que confunden el concept del cumpli-
miento del deber, por que alli, en el "Washing-
ton", por encima de la Lev v de la Constituci6n,
norque la Constituci6n es terminante en el dere-
cho de reuni6n, porque la Constituci6n es termi-
nante cuando en sus articulos 209. 211 y 212, dice
de manera precisa que es el Municipio el organis-
mo facultado para resolver los problems de la so-
ciedad local, y el Alcalde Liberal de Santo Domin-
go, estaba cumpliendo la Constituci6n de la Repi-
hlioa. cuando autoriz6 a los obreros del Central
"Washington" para celebrar aquella asamblea que
habia sido convocada.

Parece que un exceso de autoridad produjo aque-
lla balacera en la que quinientos indefensos obre-
ros alli congregados, y dos Renresentantes aue es-
tin investidos de la inmunidad Darlamentaria. los
compafieros Conrado B6auer y Rodriguez, sufrie-
ron la acci6n de la violencia, mAxime en a iuel
Central, el cual se dice por la calle que Ps propie-
dad. nada menos, que del actual Presidente de la
Repfiblica.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene
la palabra, por la via de interrupci6n, concedida
por el orador, el Sr. B6quer.

Sr. Bequer Diaz (Conrado).--Sr. President y se-
fiores Representantes: Vamos a ver si por la via
de interrupci6n que generosamente nos ha conce-
dido esta tarde el distinguido compafiero Eliseo
Guerra, podemos volver a informar c6mo ocurrie-
ron los hechos, y ademas, hacer un relato del ini-
cio de esa tragedia, para ademas poder contestar
una series de imputaciones hechas a Conrado Ro-
driguez y a mi, para poder llegar al total esclare-
cimiento de todas estas imputaciones y demostrar
con verdades como un pufio, qui6nes son los cul-
Dables y responsables de la agresi6n criminal a
balazos que recibieron los trabajadores, y fuera ul-
trajado y tirado en el suelo el respeto a este Con-
greso que le debe toda autoridad.

Aunque robe un poco de tiempo a mis distingui-
dos compafieros, debemos --valga la redundan-
cia-, emnezar por el comienzo de la cuesti6n del
"Washington". El dia 22 de agosto se present en
el Ministerio del Trabajo un expediente de incos-
teabilidad persentado nor la em-resa de dicho in-
genio, para rebajar quinientos dieciocho trabaja-
dores, que quedaban fuera de la producci6n y sin
sustento de ninguna clase. El Ministerio del Tra-
bajo libr6 las citaciones pertinentes, citando a la
organizaci6n de base, o s6ase, el Sindicato del
"Washington" y a la representaci6n de la Federa-
ci6n Nacional de Trabajadores Azucareros...

Sr. Milan&s Tamayo (Jose N.).-Sr. President,
para una cuesti6n de orden.









D1ARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene la
palabra el Sr. Milan6s, para una cuesti6n de orden.

Sr. Milan6s Tamayo (Jos6 N.).-Como esto va
para largo, mas que una cuesti6n de orden, Sr.
President, es una cuesti6n de urbanidad (parece
que los Conrados van a tenernos aqui un rato lar-
go), el permitir al Sr. Guerra que se siente, sin
que pierda su derecho.

Asi que esa es mi proposici6n.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Si el Sr.
Guerra lo solicita y el pleno esta conforme, no
hay inconvenient.

,Desea sentarse el Sr. Guerra, sin perder su de-
recho?

Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Si, Sr. President.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).--Esti
conforme el pleno?

(Sefiales afirmativas.)

Aprobado.

Puede sentarse el Sr. Guerra.

Continia el Sr. B6quer en el uso de la palabra.

Sr. B6quer Diaz (Conrado).-Sr. President y se-
fiores Representantes: Citados por el Ministerio
del Trabajo, concurrimos, en 30 del propio mes,
para notificar a ese Ministerio las representaciones
laborales de la pretension patronal. En dicho acto
la representaci6n obrera aleg6 estar totalmente en
contra de la incosteabilidad presentada, puesto
que los alegatos no respondian a una cosa cienti-
fica, y se decia que la finica causa era el exceso de
trabajadores que se tenia por exigencias sindica-
les. No obstante, siguiendo las normas sindicales.
como es usual y correct en nuestro pais, cuando
finalizAbamos, y que consta en la propia Acta, ale-
gando que nuestra opinion tenia que ser llevada a
la Asamblea General del Sindicato, para alli dilu-
cidar la cuesti6n, y que los trabajadores tomaran
los acuerdos pertinentes en defense de su salario
y de su trabajo con un arreglo normal para Ilegar
a resolver dicho p'oblema, como se ha venido re-
solviendo en distintos Sindicatos y Centrales de la
Repuiblica.

El Ministerio y la representaci6n patronal acce-
dieron a la cosa 16gica y correct planteada por
los trabajadores y por nosotros, y sefialamos en
ese mismo acto del dia 3 de septiembre que ten-
driamos que celebrar la Asamblea, para el 12, pre-
via citaci6n librada en la propia Acta, concurrir de
nuevo al Ministerio del Trabajo para dar nuestra
opinion definitive del problema. Se corrieron los
tramites usuales y normales de una Asamblea, co-
mo tantas que se efectfian en la Repfiblica, para
defender a los trabajadores que quieren despedir


del trabajo, para defenderlos cuando le quieren re-
bajar sus salaries y sus conquistas.

Despu6s que eso estaba terminado nos fuimos
para Las Villas, para asistir a la Asamblea del
"Washington", como era normal. A las once y me-
dia de la mariana, Conrado Rodriguez lleg6 a la
Federaci6n Provincial de Trabajadores de Las Vi-
llas, donde previamente yo lo esperaba, para jun-
tos concurrir a la Asamblea del citado central
"Washington". En toda Las Villas, en nmguna
parte, se sabia que la Asamblea de los trabajado-
res estaba suspendida. Cuando llegamos a Mana-
cas, que entrabamos frente al Sindicato enseguida
Sencontramos que los sicarios y los esbirros, doce
guardias rurales y policies, y cuatro en la puerta,
con rifles y machetes, estaban registrando a todos
los trabajadores que pasaban para el local. Con
nuestra identificaci6n de Congresistas no fuimos
registrados, y pasamos al local. Estando ya en el
lugar de los hechos se apareci6 el Teniente Do-
minguez, con el Sargento Godofredo HernAndez y
dos nimeros mAs. Nos dijeron que tenian 6rdenes
del Estado Mayor de que no se celebrara la Asam-
blea de los trabajadores. Nosotros hicimos una
series de alegatos formales de la Constituci6n. El
Secretario de Actas del Sindicato mostr6 el permi-
so del ilustre y honorable Alcalde de Santo Do-
mingo, Sr. Espinosa, y el Sargento contest, junto
con el Teniente, que "ellos no recibian ni 6rdenes
de Gobernaci6n ni 6rdenes del Alcalde, pues ellos
se regian solamente por sus fueros militares".

Despu6s de todos nuestros alegatos, nosotros,
hombres responsables en el movimiento obrero,
siendo ese un m6todo usual pasado en "Hormigue-
ro", en "Victoria", en cientos de Centrales de la
Repiblica, donde la fuerza pfiblica, cuando no tie-
ne el telegrama del Ministro, o cuando lo quiere
ocultar y esta al servicio de los patrons, y en al-
gunos lugares suspended la Asamblea, le dijimos:
"Teniente, vamos a esperar que llegue el Secreta-
rio del Sindicato, que vive a tres cuadras de aqui,
quien trae el Acta del Ministerio del Trabajo y el
expediente de incosteabilidad, y prometemos, bajo
palabra de honor, que dentro de quince minutes
-esolvemos esta situaci6n, y aqui no queda un solo
obrero en el local". El hombre acept6, pero al sa-
lir del local, cuando nosotros todavia ni siquiera
habiamos dicho que era nuestro prop6sito mandar
un mensajero a buscar al Secretario General del
Sindicato, hal6 por el machete y comenz6 a disri-
buir planazos a los que estaban en la puerta de la
organizaci6n, y con su pistola 45, frente a la Mesa
presidential, arremeti6 y volvi6 a cargar el peine,
eayendo herido Clavijo y el responsible provincial
de la Federaci6n Nacional de Trabajadores Azu-
careros de Las Villas, el limpio y honest lider
Humberto Mursuli. Nosotros, recogiendo a los he-
ridos, ante aquella nm:.''re cobarde de genizaros,
hombres que registraron hasta la uiltima cajetilla
de cigarro que llevaban los compaiheros, cuando
estAbamos rIo.C-ici.l(do a los heridos quedAbamos
once compafieros, y Conrado Rodriguez y yo en el
local, se apareci6 el Sargento de la Guardia Rural,
G;cdofrcedo Hernandez con el sable en la mano y








18 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


pronunci6 estas palabras: "Aqui estAn los dos Le-
gisladores", y no se hizo esperar el plan de ma-
chete arriba de nosotros para expulsarnos del lo-
cal. Nuestra condici6n de hombres responsables
nos hizo mantenernos en aquel lugar, para que se
acabaran de llevar a los heridos, porque habia que
trasladarlos a Santo Domingo. Cuando terminaron
los hechos, fuimos para Santa Clara a tender a
nuestros hermanos de trabajo, que afin en la Cli-
nica algunos agonizaban con balas 45 en el pecho
-todavia en La Habana esta uno en una Clinica,
al que hay que hacerle un injerto, porque una bala
32 no le lleva la clavicula a nadie, era una bala 45
del sicario y cobarde Dominguez, que habia trata-
do de cegarle la vida a los hombres que defienden
a los trabajadores-, pero sefiores...

Sr. Lima Delgado (Luis).-iMe permit una in-
terrupci6n S. S., con la venia de la Presidencia?

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-EstA ha-
blando por via de interrupci6n.

Sr. Lima Delgado (Luis).--No seria possible ha-
cerle una pregunta?

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-No, en
su oportunidad usted puede pedirle una interrup-
ci6n al Sr. Guerra.

Continfla en el uso de la palabra el Sr. B1quer.

Sr. Bequer Diaz (Conrado).-Cuando nos encon-
trAbamos en la Clinica se apareci6 un "jeep" Ile-
no de comandantes y de soldados y dicen: "De
parte del general Rodriguez Avila que tienen que
ir al campamento para informar de los hechos ocu-
rridos". Muchos trabajadores, indignados en aquel
moment, hicieron sus protests, pero nosotros les
aclaramos que no se trataba de una detenci6n, que
ibamos a informarle al general Rodriguez Avila
de todo lo sucedido en el central "Washington".

Cuando llegamos al campamento las palabras
del general Rodriguez Avila fueron: "%Pero no
hay ningin soldado herido? Porque me han dicho
que ustedes han sido los que provocaron la ba.
lacera", cuando 61 sabia que no habia ningfin sol
dado herido, porque las armas, las agresiones ha-
bian partido de esos sicarios cobardes que ame-
trallaron a los trabajadores. Nos dijo que nos-
otros debiamos t e n e r much cuidado en re-
iaci6n con n u e s t r a compostura, porque un
dia nos iba a mandar a los soldados para que nos
hicieran guardia de honor, porque seriamos tiro-
teados en los centrales de la provincia de Las
Villas.

Pero, sefores Representantes y Sr. President,
es que en Las Villas han ocurrido hechos muy la-
mentables, pero han sido por la denuncia cons-
tante nuestra de todos los atropellos y de todas
las desvergiienzas que alli se cometen; pero es
mis, el dia 17, cuando ya estaha autorizada la
Asamblea, y es para que se vea (que no.otros no es-
tamos en un plano politico, como han expresado


algunos voceros del Gobierno y el propio Ministro
de Gobernaci6n, diciendo una gran inexactitud, el
dia 17 estaba convocada la Asamblea de los Tra-
bajadores del central "Washington". Cuando Con-
rado Rodriguez se dirigiera a Manacas, donde es-
tAbamos reunidos nosotros con Jos6 Luis Martinez.
Secretario General de la Federaci6n Azucarera y
Representante de un partido de Gobierno, en San-
ta Clara, cuando Conrado Rodriguez Lleg6, un
Cabo del Ej6rcito, impidi6 en la carretera su paso
y hecho un registro, porque portaba un revolver
calibre 32, le dijo: "D6jelo en el Cuartel". Nos-
otros habiamos acordado que la Asamblea tenia
que celebrarse, aunque se cometieran con nosotros
los mas grandes atropellos, precisamente por nues-
tro funcionamiento de politico sindical, por tener
educaci6n sindical para la lucha, porque era nues-
tro prop6sito deliberar el problema; pero lo mis
horrible es que, cuando manejando yo, ibamos pa-
ra el Washington, nos encontramos en la carretera
al mismo Cabo, -a mi lado iba el Secretario Gene-
ral de la Federaci6n Azucarera, Jos6 Luis Marti-
nez,- quien con el rifle en la mano volvi6 a de-
tener la miquina, dici6ndonos: "%Para d6nde van
ciudadanos?" Vamos para la Asamblea del "Wash-
ington", a discutir el problema de los trabajado-
res. "%Ustedes quienes son?" Aqui va el Secre-
tario General de la Federaci6n Nacional de Traba-
jadores Azucareros, y Representante a la CAmara
por un partido de Gobierno". ZUsted qui6n es?
-Yo soy Conrado B6quer.- "iAh!, usted es B6-
quer", yo lo creia mis viejo". "Yo lo lamento mu-
cho, pero si ustedes portan armas tienen que de-
jarlas aqui". -Mire Cabo, nosotros no traemos
armas.- "De todas maneras, tengo que regis-
trarlos". -Nosotros somos congresistas, e incluso
el Sr. Jose Luis Martinez, es Secretario de la Fe-
deraci6n de Trabajadores Azucareros y es Repre-
sentante por un partido de Gobierno.- "A mi no
me interest eso, hay que registrarlos".

jSabe algln Representante que nosotros hubi6-
ramos hecho publico eso? No lo hicimos, porque
nuestro interns era estrictamente de caracter sin-
dical. Llegamos a Manacas, un policia en la es-
quina: "%A d6nde van ustedes?" -Pues vamos
para la Asamblea del central "Washington".- "Di-
ce el Sargento que ustedes no pueden pasar al lo-
cal si antes no hablan con 1l". -Muy bien, Guar-
dia.- Fuimos a ver al Sargento y en plena calle,
y ante cinco mil ciudadanos dijo: "gUstedes van
para la Asamblea?" "%Usted es Conrado B6quer?"
-Si.- "Pues haga el favor, que tengo que re-
gistrarlo de arriba a abajo".

ZHa dicho la prensa algo de esto? No. Nuestra
condici6n de dirigentes sindicales, nuestra edu-
caci6n sindical, nos llevaba fnicamente a former
parte de la Asamblea, y alli discutir los problems
de caricter obrero.

Por eso el Sr. Diaz Balart pudo decir que se ha-
bia celebrado la Asamblea ese dia. Si nosotros hu-
bieramos estado en plano politico, en Santo Domin-
go, damos el escdndalo con el Cabo de la Guar-
dia Rural, lo damos en Manacas y lo damos en to-








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 19
jr_.-.- .. .. .......1 .. 1 mi. i f ,i / 1 i alM i


das parties, y no se hubiera celebrado la Asamblea
y estariamos aqui en estos moments contando y
planteando el mismo problema.

Ha expresado el Ministro de Gobernaci6n que
nosotros habiamos dicho que ibamos a celebrar la
Asamblea de todas maneras, pasare lo que pasare
y cayere quien cayere, y que nosotros haciamos eso
amparados en nuestra inmunidad parlamentaria.
No es verdad. Nosotros hemos batallado y toda
Cuba lo sabe, que es en defense de los tirnbiaido-
res. Nosotros sabemos que tenemos miedo gran-
disimo, porque no solamente estamos para defen-
der a los obreros, sino para denunciar a los pa-
tronos que estin fabricando ilegalmente azicar de
"bibijagua".

Es possible, sefiores Representantes que nos-
otros seamos tiroteados en "La Pastora", por ha-
ber denunciado que han hecho veinticinco mil sa-
cos de bibijagua; es possible que seamos tiroteados'
por denunciar la fabricaci6n de veintiseis mil sa-
cos en "San Agustin de Cruces"; en "Santa Maria",
que hizo quince mil; en "Hormiguero", que hizo
cuarenta mil sacos; en "Portugalete" que hizo
ocho mil sacos de bibijagua; en "Palo Alto" que
hizo diez mil; en "Covadonga" en que hizo treinta
y siete mil sacos; en el "Washington", que hizo
treinta mil sacos; en "Perseverancia", que hizo
trece mil sacos de azfcar de bibijagua. Es possible
que seamos tiroteados tambien en "Coraz6n de
Jesfis", que hizo cinco mil; en "Maria Antonia",
que hizo cinco mil; en "Resoluci6n" que hizo vein-
ticinco mil; en "Ramona" que hizo treinta y cinco
mil; en "Santa Teresa", "Ulacia", y "Carmita" que
hizo seis mil sacos: "Unidad" que hizo diez mil
sacos, "San Agustin" de Remedios. que hizo veinti-
cinco mil sacos de bibijagua: en "Narcisa" que hizo
quince mil; en "Reforma" diez mil sacos de azfcar
de bibijagua; y en todos estos centrales que he-
mos denunciado, la bibiiagua, que es la fabricaci6n
illegal del azicar. le sirve a todos esos ingenios
para lucrarse indebidamente. Y asi se ponen de
acuerdo con los militares para cobrar un peso por
saco y robarle al Estado los impuestos corres-
pondientes.

Esto no se puede decir en Cuba, porque nos-
otros sabemos aue esto es "tabfi". Esta azficar de
bibijagua periudica a los colonos que entreean sus
cafias a precios irrisorios v va contra los trabaja-
dores. El Instituto de Estabilizaci6n del Azicar
fija una cuota de doscientas mil toneladas oara el
consume national y se venden trescientas cincuen-
ta mil. haciendo ciento cincuenta mil de ellas en
negocios escandalosos, que la ciudadania toda de-
be conocer. Nadie lo quiere decir; pero nosotros
si lo decimos en las Asambleas de los sindicatos
dicidndoles a los trabaiadores que no acepten la
bibijagua poraue perjudica el precio del azuicar,
porque en definitive es contra Cuba y su econo-
mia. Cuando nosotros decimos esto, tenemos que
ser tiroteados. Nuestra inmunidad no ha sido pa-
ra politiquear; no ha sido para falsificar actas en
las Asambleas y vender postulaciones en veinticin-
co mil pesos. Nuestra ininmuidad ha sido para de-


fender a los trabajadores, para denunciar a los pa-
tronos de empresas poderosas, y por esos traba-
jadores nos expondremos una y mil veces...

"Si. Milanes Tamayo (Jose N.): Pido la palabra,
Sr. President.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. Milan6s Tamayo.

Sr. Milanes Tamayo (Jos6 N.): Sr. President y
sefiores Representantes: Este sistema novisimo de
consumer turnos por via de interrupci6n, es total-
mente contrario al Reglamento, y coloca a la Ma-
yoria en una situaci6n de indefensi6n, al no po-
der interrumpir al orador. Pido que volvamos al
sistema reglamentario, o que se extiendan los tur-
nos, para poder contestar al orador.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): La Presi
dencia oportunanente invit6 al Pleno a producirse
solicitando la ampliaci6n de turnos, cuando anun-
ci6 que estaba limitado a un turno. Si el Sr. Mila-
n6s Tamayo desea producer la cuesti6n incidental
de ampliaci6n de turnos, puede hacerlo.

Sr. Milan6s Tamayo (Jos6 N.): Pido que se am-
plien los turnos, a fin de poder contestar al orador.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): ~Cudntos
en pro y en contra solicita el Sr. Milan6s Tamayo?

Sr. Milanes Tamayo (Jos6 N.): Se podria ampliar
a un turno mas.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): ZPropone
el Sr. Milan6s Tamayo dos turnos en pro y dos en
contra, comprendiendo el reglamentario?

Sr. Milanes Tamayo (Jos6 N.): Dos turnos.

Sr. Rodriguez Sanchez (Conrado): Sr. Presiden-
te, pido la palabra.

Sr. President (Godov Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. Conrado Rodriguez.

Sr. Jtod-rfiez Sanchez (Conrado): Sr. Presiden-
te v sefiores Representantes: Es para solicitar un
turno.

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.): Si no se ha
acordado nada hasta ahora.

Sr. President (Godov Loret de Mola): Hay una
ouesti6n incidental planteada por el Sr. Milan6s
Tamavo de que sean los turnos reglamentarios y
otro mis: o sea, dos a favor y dos en contra, in-
cluido el reglamentario.

Sr. Milan6s Tamayo (Jose N.): Uno y dos, Sr.
President.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): O sean
tres turnos. Tres turnos es lo que propone inci-
dentalmente el Sr. Miland, Tamayo









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


Sr. Mora Morales (CAndido S.): Lleva eso impli-
cito el que no pueda hacerse uso de la palabra por
via de la interrupci6n.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Las in-
terrupciones pueden hacerse.

Figueroa Zaragoza (Armando E.): Pero es que
no se sabe cuAntas interrupciones pueden haber
y seria preferible que...

Sr. Pardo Jim6nez (Angel): Para un ruego al
Sr. Milan6s Tamayo pido la palabra.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra, para un ruego, el Sr. Pardo Jimenez.

Sr. Pardo Jimenez (Angel): Como que lo que el
Sr. Milan6s Tamayo quiere es propiciar un reme-
dio para un mal que 61 estima se esta produciende
y la soluci6n que 61 da no remedia el mal, yo le su-
ulico que retire la Moci6n y despues nosotros ha-
gamos uso de los preceptos reglamentarios para
corregir cualquier deficiencia que se observe.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): ZMan-
tiene el Sr. Milan6s su proposici6n o la retira?

Sr. Milan6s Tamayo (Jose N.): La retire.

Sr. Figueroa Zaragoza (Armando E.): Yo la man-
tengo; que se amplie a tres turnos en pro y t:es
en contra.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Se pone
a votaci6n. Los que est6n conformes con la am-
plicaci6n de turnos se serviran ponerse de pie.

(Algunos sefores Representantes asi lo hacen.)

Se va a rectificar la votaci6n. Los que esten in-
conformes con la ampliaci6n de turnos se servirAn
ponerse de pie.

Sr. Figueroa Zaragoza (Armando E.): Sr. Presi-
dente, pido votaci6n nominal.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): A soli-
citud de un Sr. Representante la votaci6n serA
nominal.

Los sefiores Representantes que est6n de acuer-
do con la ampliaci6n de turnos se serviran votar
que si; los inconformes se servirAn votar que no.

(Comienza la votaci6n.)

(Abandona la Presidencia el Sr. Godoy Loret de
Mola y la ocupa el Sr. Vald6s Astolfi.)

(Eran las 6 y 5 p.m.)

(El Oficial de Actas terminal la votaci6n.)

Emitieron sus votos en contra los Representantes
sefiores: Aguirrechu Pages, Alonso Avila, Bernal Gon-


z.a!o, Caballero Brunet, Cantillo Porras, Casillas Lumpuy,
Columbi6 Quifiones, Chaviano Perez, Diaz Balart Gu-
tierrez, Diaz Cuevas, Diaz Robainas, Elias Rios, Fischer
Lorenzo, Garcia Ochoa, Garcia Randulfe, Gonzalez Lo-
renzo, Hernandez Rodriguez, Lima Delgado, L6pez de
Mendoza, L6pez Garrido, Mancebo Rodriguez, Montalvo
Saladrigas, Mora Morales, Morcate Cobas, Nfifiez Arias,
Ortega Ortega, Palomino Lecuona, Pardo Jimenez, Pu-
jol Le6n, Quifiones del Sol, Rojas Bermnidez, Rubio Ba-
r6, Sanchez Fernandez, Tabernero Bias, Torres San-
chez, Valdes Astolfi, Varela Cernadas, Velazquez Bea-
t6n, Vidal M6ndez, Viejo Llorente, Zubiaur de Armas
y Godoy Loret de Mola.

Votaron a favor los Representantes sefiores: Amador
Rodriguez, Benitez Quirch, B6quer Diaz, CartafiA San-
chez, Cruz Perez, Duefias Robert, Escobar Quesada, Fer-
nandez L6pez, Figueroa Zaragoza, GonzAlez Agiiero,
Guerra Romero, Hernandez Perez, Jimenez JordAn,
Le6n Ramirez, Le6n Rojas, Marquet Dominguez, Mar-
tinez Odio, Masferrer Rojas, Mendez Espinosa, Milanes
Tamayo, Perche Rivas, Perez Almaguer, Quintana He-
rrera, Rivero Agiiero, Robaina Leiseca, Rodriguez de
Arag6n F., Rodriguez Diaz, Rodriguez Portuondo, Ro-
driguez SAnchez, SAnchez Perez, Soler FernAndez, Sua-
rez Baster, Toro Cabrera, Torre Ramirez, Urquiaga Pa-
dilla, Varona Ferrer, Varona Valdes, Veloso Sala, Cu-
sid6 Torres y Pupo SAnchez.


Sr. President (Valdis Astolfi):
Sr. Represenante por votar?


iFalta algfin


(Silencio.)

Han votado 82 sefiores Representantes 42 que
no y 40 que si. Rechazada la proposici6n del Sr.
Milanes.

Tiene la palabra el Sr. Carmelo Urquiaga.

Sr. Cruz P6rez (Jorge): Sr. President: Pido la
pr6rroga de la sesi6n.

Sr. President (Vald6s Astolfi): El Represen-
tante Jorge Cruz propone que se prorrogue la se-
si6n. iHasta qu6 moment Sr. Cruz?

Sr. Cruz Perez (Jorge): Hasta terminar los asun-
tos contenidos en el Orden del Dia.

Sr. President (Vald6s Astolfi): Se somete a vo-
taci6n ordinaria la proposicion del Sr. Cruz. Los
que est6n conformes se servirAn levantar la mano.

(La mayoria de los sefiores Representantes le-
vantan la mano.)

Aprobado.

Continfia la sesi6n. Tiene la palabra para ex-
plicar su voto el Sr. Carmelo Urquiaga.

Sr. Urquiaga Padilla (Carmelo): Sr. President
y sefiores Representantes: Se ha producido una
votaci6n hasta cierto punto incongruente y que
posiblemente si no hubiese sido una voz de cual-


,,--,,,~~"m,",~""n*-~------ Ic-----x~---sr?-r-~l-+s~i*rr~~,,-nn,,-ra
----------


20









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 2i


quiera de los compafieros, excluyendo la autori-
zada mia, no en el orden personal, aunque si muy
apreciativa en el orden de un Comit6 Parlamen-
tario que me honro en representar, si no expli-
cara esta votaci6n sorprendente de cuarenta y
dos contra cuarenta, quiero aclarar que no se tra-
ta de nada fundamental, que no significa esto dis-
tanciamiento de ninguna clase entire la s6lida ma-
yoria de progresistas, dem6cratas, Partido Uni6n
Radical y de los liberals, sino sencillamente una
incidencia en relaci6n a un punto de estrategia de
desenvolvimiento, de como se habria de facilitar,
en mejor forma, los debates que estAbamos pre-
senciando y escuchando en el que terciaban dis-
tinguidos compafieros.

El distinguido compafiero lider del Partido De-
m6crata entendi6 que se debiera ampliar los tur-
nos a favor y en contra, de manera que no ocurrie-
ra la singular situaci6n de que todo versara en
torno a un turno a favor de una moci6n o en con-
tra de la misma y que pudieran expresar los com-
pafieros sus opinions s61o a trav6s de interrupcio-
nes que no admiten interrupciones a su vez. Des-
de luego, que no lo admita, es algo correlativo: lo
dice asi el Reglamento y la l6gica natural, pe:o
sin embargo, yo entendia y entiendo que lo mismo
que muchas veces para facilitar las discusion no se vulneran pero si se orillan los articulos del
Reglamento, se hubiera tolerado entonces que se
hubiera consumido otro turno a via de interrup-
ci6n al interruptor. Pero como quiera que la Pre-
sidencia estaba aplicando con cierta.rigidez ese pre-
cepto, se le ocurri6 al experimentado companiero,
en gesto que encontramos plausible, que se con-
cedieran dos turnos mns para que asi hubiera una
controversial con lealtad de procedimiento, y lo
p opuso. La idea pareci6 buena porque ya no ten-
driamos que ir a la interrupci6n sencillamente pa-
ra decir nuestro pensamiento.

De todos modos, los turnos se estaban produ
ciendo como habia ocurrido en la sesi6n anterior.
A iniciativa de un distinguido compafiero, el lider
coordinator Pardo Jimenez, que nos honramos en
que ejerza esa direcci6n, el compafiero Milan6s
Tamayo di6 march atrfs y retir6 su proposici6n,
y entonces, -es cierto que se lo pidieron algunos
compafieros pero 61 sabe negarse cuando no debe
acceder a lo que se le pide- entonces a un distin-
guido compafiero de este Comite se le ocu: ri6 plan-
tear el hacer suya la petici6n que habia sido aban-
donada por el Sr. Milanes Tamayo, y no tratAn-
dose de un problema capital sino de simple estra-
tegia, este Comite liberal vot6 a favor de esa so-
licitud de ampliaci6n del debate. Tengo entendi-
do que el compafiero Milanes Tamayo vot6 tam-
bien a favor con lo que constitute su actuaci6n
una mezcla de advance y retroceso.

Quiero significar que la coincidencia -que no
es molesta y que pudiera ser honrosa- ha sido ca-
sual, fortuita y accidental; que se debi6 a un en-
foque de indole secundaria, que no se refiere a la
parte principal de esa moci6n, que en principio
quiero adelantar que lo que se pretend en ella


no es adecuado, pero que no voy a aprovechar esta
explicaci6n de voto para argumentar en forma al-
guna expresando el pensamiento de este Comit6.
Quise solamente aclarar que esa sorprendente vo-
taci6n de 42 contra 40, que hubiera hecho de ha-
ber unos votos mAs que se produjera una mayoria
en contra del Partido Acci6n Progresista, no quie
re decir que haya un distanciamiento de partidos,
sino que fu6 una cuesti6n de mecanica por estimar
que se adelantaba mas en la sesi6n. No quiero que
se piense que es.,e Comite que forma parte de la
Mayoria se resquebraja en lo mas minimo.

Sr. Bequer Diaz (Conrado): Pido la palabra, Sr.
President.

Sr. President (Vald6s Astolfi): Tiene la palabra
el Sr. Bequer.

Sr. B6quer Diaz (Conrado): Sr. President y se-
fores Representantes: Sinceramente lamento que
1o propuesto por el Sr. Milanes Tamayo no haya
sido ganado por el voto de la Mayoria, sin em-
bargo...
Sr. MilanBs Tamayo (Jose N.): Para una cues-
ti6n de orden, pido la palabra.

Sr. President (Vald6s Astolfi): Tiene la palabra
para una cuesti6n de orden el Sr. Milan6s Tamayo.

Sr. Milanes Tamayo (Jos6 N.): Sr. President y
sefiores Representantes: Ya que se ha infringido
el Reglamento permitiendo que por via de la in
terrupci6n se consuman turnos, luengos turnos, va-
mos a hacer algo contrario al Reglamento a favor
de la parte contraria. Vamos a permitir, y asi lo
propongo, que se pueda interrumpir al interrup-
tor, que en lugar de interrumpir esta consumiendo
un turn.

Sr. President (Valdes Astolfi): Es prActica que
la CAmara conoce que el que interrunpe no puede
ser interrumpido, y a menos que la Camara acuer-
de lo contrario, no se puede permitir.

Sr. Milanes Tamayo (Jose N.): Pero es lo mismo
que se permit que se consuma un turno por via
de interrupci6n, y a fin de evitar nuestra indefen
si6n yo pido que la CAmara acuerde que podamos
interrumpir a ese, que no esta interrumpiendo sino
que estA consumiendo un turno.

Sr. President (Vald6s Astolfi): La Presidencia
estima que no es possible interrumpir al interrup-
tor, si el Representante no esta de acuerdo con la
opinion de la Presidencia, se remite al pleno.

Sr. Milanes Tamayo (Jos6 N.): Pero es que la
Presidencia tiene raz6n, pero tambien la tengo yo
al afirmar que se permit consumer un turno por
via de interrupci6n.

Sr. Mora Morales (Cindido S.): Para un ruego
pido la palabra, Sr. President.









22 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


Sr. President (Vald6s Astolfi): Tiene la pala-
bra el Sr. Cindido Mora.

Sr. Mora Morales (Candido S.): Sr. President y
sefiores Representantes: Es para un ruego al que-
rido lider porque me parece que oi la opinion de
61 en el sentido de que permitir turnos para que
los sefiores Representantes emitan sus opinions
al amparo de la interrupci6n, es violar el Regla
mento.

Sr. President: concretando, decia el lider de
mi partido, muy respectable y honorable, que se ha
violado el Reglamento al permitir que se consu-
man turnos por la via de la interrupci6n. Ruego
que hayo yo: iqu6 articulo se ha infringido?

Srta. Garcia Ochoa (Martha A.): Pido la palabra,
Sr. President, para una aclaraci6n.

Sr. President (Valdes Astolfi): Tiene la pala-
bra la sefiorita Garcia Ochoa.

Srta. Garcia Ochoa (Martha A.): Sr. President
y sefores Representantes: El uso de la palabra es-
tA regulado en el Capitulo VIII, del Art. 113.

Pido Sr. President que se lea el Art. 113.

Sr. President (Valdes Astolfi): QuB se lea el
Art. 113 del Reglamento.

(El Oficial de Actas lee.)

Articulo 113.-S61o se podrd hacer uso de la palabra:

1. para consumer algfln turno en pro o en contra de
una proposici6n, enmienda, dictamen o voto par-
ticular, despu&s de abierta la discusi6n;
2. para rectificar hechos y concepts cmitidos en el
curso de un debate, cuando se ha consumido un
turno en 61;
3. para hacer alguna proposici6n do las que no es
precise formular por escrito;
4. para cuestiones de orden;
5. para hacer preguntas o ruegos;
6. para contestar preguntas o alusiones;
7. para retirar alguna proposici6n o enmienda;
8. para hacer alguna aclaraci6n;
9. para dar cuenta del resultado de alguna Comi-
si6n especial;
El que cediere a otro la prelaci6n en el uso de la
palabra, se entendera que la renuncia.

Srta. Garcia Ochoa (Martha A.): Pido a la Pre-
sidencia que nos explique en donde estd en el Re-
glamento regulado que se pueda consumer un tur-
no en una interrupci6n, porque el Reglamento no
lo dice.

Sr. Mora Morales (Cindido S.): Que me diga
donde lo prohibe.

Srta. Garcia Ochoa (Martha A.): Yo me imagine
que puede usar la palabra para una aclaraci6n,
para un ruego, pero, ;qu6 estA aclarando el senior?


Sr. President (Valdes Astolfi): La Presidencia
va a resolver una cuesti6n de orden. En la prAc-
tica parlamentaria esta consagrada. Hay una pro-
posici6n del Representante Milan6s Tamayo, que
envuelve una cuesti6n incidental de suspension de
preceptos. Eso hay que formularlo de acuerdo con
las normas del Reglamento.

Sr. Milan6s Tamayo (Jos6 N.): Yo he planteado
una cuesti6n de orden que se debe tratar inme-
diatamente y sin discusi6n.

Sr. President (Vald6s Astolfi): La cuesti6n de
orden ha sido resuelta en el sentido de que el ora-
dor que interrumpe no puede ser interrumpido
por otro orador.

Sr. Casillas Lumpuy (Fernando): (Interrumpien-
do): Sr. President y sefiores Representantes: A
pesar de que se declare sin lugar la proposici6n
del distinguido compaiero Milan6s, de la amplia-
ci6n de los turnos, como el espiritu del Cuerpo y
de la Camara, anida el prop6sito de abrir amplia-
mente el debate de origen y especificamente sobre
los lamentables sucesos acaecidos en el central
"Washington", no puede quedar nadie en estado
de indefensi6n, como se sefialaba por el distinguido
compafiero, porque la propia interrupci6n que se
va a utilizar por los sefiores de la Minoria va a
ser utilizada por los de la Mayoria, quedando
perfectamente equiparado todo esto.

Sr. President (Vald6s Astolfi): Continia en el
uso de la palabra el Sr. Bequer.

(Deja la Presidencia el Sr. Vald6s Astolfi y la
ocupa el Sr. Godoy Loret de Mola.)

Sr. Bequer Diaz (Conrado): Sr. President y se-
fiores Representantes: Yo sigo en mi aclaraci6n,
de acuerdo con el Reglamento, porque nosotros
6eamos los primeros que estdbamos en disposici6n
de consumer los turnos necesarios para despu6s de
1as primeras lectures, para una exposici6n de los
hechos del "Washington".

Yo he expuesto, si se quiere brevemente, c6mo
ocurrieron los hechos, sin embargo, como por la
via de interrupci6n, han de plantearse distintos
problems en relaci6n con este suceso que se re-
laciona con otro, con el sangriento y vandAlico, pro-
vocado por un telegrama que afirma el Ministro
de Gobernaci6n que es falso; conviene que nos-
otros aclaremos como se produjo esa cuesti6n,
porque intervinimos en la Policia Secreta.

Cuando el secuestro del senior Betancourt Gal-
ban, yo habia estado en mi despacho de la Fede-
raci6n Azucarera el dia 8 a las 5 de la tarde, y de
ahi sali para la radioemisora C.O.C.O. donde esti
nuestro lider Juan Amador Rodriguez. Encontran-
dome alli, volvi a llamar a los quince minutes a
la F.N.T.A., buscando a mi secretario, cuando la
telefonista me pregunt6 si yo sabia d6nde estaba
el Secretario General de la Federaci6n Azucarera,
Jos6 Luis Martinez, porque habia ocurrido una co-








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 23


sa grave. Le )pregutnte "compafiera, iqu6 es lo
que ha pasado?" y ella me respondi6: aqui han
venido dos sefiores con pistola en mano y se han
llevado a Manolito, como le dicen los compafieros
de la Federaci6n, al empleado que trasmite los te-
legramas. Inmediatamente empec6 a llamar por
tel6fono a la mAxima autoridad de ese organismo,
al compafiero Jos6 Luis Martinez, lo localic6 y le
impuse de lo que habia dicho la telefonista, pero
entonces le cont6 a Juan Amador, c6mo se habian
producido los hechos. Inmediatamente 61 trat6 de
investigar por todos los cuerpos represivos, por
el "SIM", por el "BRAC", por el abecedario que
existe hoy de los cuerpos represivos, si se encon-
traba preso alli el Sr. Betancourt GalbAn.

Al compafiero Juan Amador Rodriguez, le in-
formaron en la Policia Secreta, en donde estuvi-
mos, que no se encontraba alli. Regresamos otra
vez a la estaci6n de radio C.O.C.O. Juan Amador,
conocedor de todas estas cosas policiacas, me dijo:
"yo tengo la seguridad, por la contestaci6n que
han dado, de que GalbAn se encuentra preso en la
Secreta", en este moment tfl verAs como va a
aparecer dentro de breves horas.

Fuimos de nuevo a las oficinas de la Policia Se-
creta y formulamos una denuncia de secuestro.
Nos telefonearon a las 10:30 de la noche a nues-
tras respectivas casas de que se encontraba preso
alli Betancourt GalbAn.

Interrogado el compaiero de qu6 le habia su-
cedido, nos dijo que el Jefe de la Policia Secreta,
FernAndez Paraj6n, lo habia amenazado con un re-
v6lver para que dijera y firmara un acta donde
acusaba a Conrado Rodriguez y a mi de haberle or-
denado que trasmitiera el telegrama aquel. El,
inocente se neg6 a firmar, y miren si es asi, que
despues FernAndez Paraj6n levant6 un acta donde
el muchacho tuvo que declarar que no habia sido
agredido, que no habia sido amenazado, y una se-
rie de sandeces mAs, a las que estAn acostumbrados
estos sefiores de la represi6n para hacer possible
una acusaci6n por la fuerza. Cuando nosotros vi-
mos a Betancourt GalbAn le preguntamos que si lo
habian golpeado, dijo que no, pero que habia sido
vejado y amenazado. iQu6 perseguia FernAndez
Paraj6n, cuando luego el dia ocho, por la noche,
public en la prensa, una nota de la Policia Secre-
ta, donde dice que por los informes policiacos se
afirma que el acusado Betancourt GalbAn es secre-
tario de Conrado B6quer, porque 61, inocente, no
se prest6 a firmar la canallada cobarde de Fer-
nindez Paraj6n?

La otra tarde yo decia aqui con una raz6n po-
derosa: Sr. President y sefiores Representantes:
ic6mo va a ser possible que los que estAn en la obli-
gaci6n de ofrecer garantias para hacer justicia
cometan estas barbaridades? iC6mo es possible, afir-
mar y dirian los compafieros de la CAmara si yo
aqui esta tarde dijera que FernAndez Paraj6n es
un traficante de drogas sin tener pruebas de nin-
guna clase? Eso va contra mi moral, eso atenta
contra los principios de todo hombre honrado que


debe decir la verdad, por eso es que nosotros re-
pudiamos dia a dia que se trate de justificar lo
que es impossible, que se trate de justificar con un
telegrama los hechos acaecidos.

Sefiores: los sangrientos sucesos del central
"Washington", los recogera el movimiento obrero
de mi patria, el proletariado cubano, los hombres
honrados como uno de los hechos mis sangrientos
perpetrado por militares que deshonran el Cuerpo,
y los sicarios y bandidos que quisieron asesinarnos
y ametrallarnos a nosotros, y a nuestros hermanos
del trabajo, y fraguaron su plan contra nosotros
creyendo que se trataba de cuestiones political,
pero, no, sefiores Representantes, nosotros no ha-
cemos political con los trabajadores; el Sindicato
del central "Washington" esta integrado precisa-
mente por hombres que pertenecen a partidos del
Gobierno. iC6mo vamos nosotros a utilizar el mo-
vimiento obrero en eso? Que no se quiera confun-
dir la verdad, Sr. President y sefiores Represen-
tantes.


Nosotros apelamos a los hombres que se sienten
aqui, que por encima de sus banderias political
tienen sensibilidad humana, que obtuvieron el voto
de los trabajadores y de todo los hombres que cre-
yeron que venian aqui a hacer justicia, para pedir
que esta Cimara protest del atropello de nues-
tros hermanos de trabajo y no a nuestra persona
que en definitive, como hombres, hemos sabido
soportar encarcelamientos y prisiones. Nosotros
conocemos todos los cuarteles de Las Villas, donde
hemos estado detenidos por exaltar las causes jus-
tas y nunca por ladrones ni desfalcadores. Los he-
mos visitado, y con ellos hemos recibido plan y
bofetones y atropellos defendiendo a los trabaja-
dores de Cuba, porque nuestra tarea es defender,
respaldar con la raz6n, al proletariado en general.

Sefiores de la CAmara, yo pido a ustedes, a su
sensibilidad de cubanos y hombres honrados, que
votemos la protest contra los hechos del central
"Washington", por Cuba, y por los trabajadores
en general.

Muchas gracias.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Continla
en el uso de la palabra el Sr. Guerra.

Sr. Guerra Romero (Eliseo): Sr. President y
compafieros Representantes: El turno que por via
de interrupci6n acaba de cumplimentar el frater-
no compafiero Conrado B6quer es una reiteraci6n
mAs de la verdad y de la raz6n que acompafian a
nuestra modest iniciativa traida esta tarde a la
CAmara de Representantes tendiente a la designa-
ci6n de una comisi6n official de este Cuerpo para
conocer de todo cuanto se relaciona con estos he-
chos mil veces condenables del central "Wash-
ington", que entrafian para el Gobierno de la Re-
pfblica un motivo de repulsa de la ciudadania sen-
sata, y que recogen al propio tiempo en la histo-
ria de los Cuerpos Armados de la Repfblica un
motive mAs de indignidad y de ultraje al prestigio








24 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTE:S

de la colectividad de que forman parte; se abusa pedir la defense de todos los ciudadanos que inte-
de la confianza ciudadana, del honor que entrafa gran la Sociedad ...
la defense de la Repfiblica cuando se entrega el
uniform, cuando se ocupan cargos responsables (Aplausos.)
para velar y garantizar el cumplimiento de la Ley;
cuando se esti en posesi6n en el concept de au- Es muy triste venir a la Camara de Represen-
toridad para velar por los derechos ciudadanos, tantes a defender al Gobierno y no defender al
porque en este caso del central "Washington", co- pueblo que nos trajo aqui.
mo en su brillante informaci6n acaba de demostrar
el compafiero Conrado B6quer, los miembros de las Yo soy Representante gubernamental, pero lo
Fuerzas Pfublicas, aquellos apasionados y torpes, mismo que defiendo a un compafiero Representan-
en sus funciones, siguen interpretando que el mo- te debo defender al pueblo de Cuba que me trajo
mento constitutional que vive la Republica es la aqui, porque consider que es un deber nuestro
prolongaci6n de aquellos dias nefasto del "mar- que mientras nosotros estemos aqui debemos de-
zato", cuando la entrada de Batista por la posta fenderlos a ellos.
seis diera al traste...


Sr. Figueroa Zaragoza (Armando E.): Tengo soli-
citada una interrupci6n del Sr. Guerra, Sr. Presi-
dente.

Sr. Rodriguez Sfinchez (Conrado): Pero yo la ha-
bia solicitado con anterioridad.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): ,Acced
el senior Guerra?

Sr. Guerra Romero (Eliseo): Efectivamente, el
Sr. Figueroa habia pedido una interrupci6n; yo voy
a acceder, primero a la interrupci6n del compa-
fiero Conrado Rodriguez, a la del compafiero Ca-
sillas ...

Sr. President (Godoy Loret de Mola): ,Dice us-
ted que se la habia pedido previamente el com-
pafiero Figueroa?

Sr. Guerra Romero (Eliseo): Efectivamente, el
la habia solicitado y yo accedo.

Sr. Rodriguez SAnchez (Conrado): La habia pe-
dido previamente yo, Sr. President.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): El Sr.
Guerra dice que se la habia pedido previamente
el Sr. Figueroa, y accede a ello.

Sr. Guerra Romero (Eliseo): Despu6s accedere a
la del compafero Casillas.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra, para una interrupci6n, el Sr. Figueroa.

Sr. Figueroa Zaragoza (Armando E.): Sr. Presi-
dente y sefiores Representantes: Es muy doloroso
oir estas palabras de ese muchacho, Conrado B6-
quer, no como Representante a la CAmara, pero
es muy doloroso que despues de una Guerra de
Independencia en Cuba se d6 plan de machete a
raja-tabla, lo mismo en los Cuarteles que en las
Estaciones de Policia. Aqui tenemos que tratar
ese problema a partir de hoy, aqui tenemos que le-
vantar una protest al Presidente de la Repiblica
para acabar con esos actos y otros, porque no se
puede pedir la defense de los Representantes sin


No me importa que mis compafieros del Comit6
Parlamentario Liberal crean o puedan imaginarse
que le doy cuerda a quien siente con el coraz6n
de verdad cuando pasan estos hechos. Ya es hora
de que aqui en la CAmara se levanten todos uste-
des que tienen mas civismo que yo, pues yo soy
un modesto -no un humilde como dice el com-
pafiero Eliseo Guerra- un modesto ciudadano; los
hombres venimos a la Camara a decirle la verdad
al pueblo, no con miras a un future politico, sino
para defenderlos a ellos cuando nos necesiten; no
para defenderlos cuando ellos no nos necesiten a
nosotros.

Es muy duro y muy penoso para un Represen-
tante gubernamental que tenga que hacer una de-
fensa de esta indole. No s6 el military que di6 pla-
nazos, ni el Policia que dA bofetones en la Esta-
ci6n de Policia. Tenemos que defender lo mismo
que a este Representante a aquel pobre mucha-
cho que por llevarse un vaso le parten la cara a
trocha y mocha en la Estaci6n de Policia y que no
tiene quien lo defienda y despu6s hacerle poner
una fianza.

Hace dos o tres dias estaba contemplando un
problema vital, por lo menos los que recorremos
los pueblos de campo, y no me importa el Ministro
al que le est6 perjudicando este problema, pero se
detiene a todos los obreros que vienen a trabajai
en La Habana en las distintas fabricas, en las com-
pafiias de tabaco, en las construcciones, con el ne-
gocio del "boteo". Es muy duro, sefores, ver c6-
mo un pobre hombre que tiene su carro o su "pisi-
corre" viene a La Habana conduciendo trabajado-
res, que detengan al chofer, a los trabajadores y
los tengan cuatro, seis o diez horas press y luego
les exijan una fianza, sin tener ellos ninguna cul-
pa ni haber cometido ninguin delito o falta.

Eso no debe permitirse por los Representantes
gubernamentales y a ello estoy yo dispuesto, y pro-
testo en6rgicamente, y le pido al Presidente de la
CAmara nos dirijamos al Presidente de la Repfi-
blica elevando nuestra protest para que se actfle
a tono con las seguridades ciudadanas, porque esta
Patria la hicieron nuestros antecesores, entire ellos
mi padre, para que viviera bien en ella todo
cubano.









DIARIO DE SESIONES DE LA

Muchas gracias y perdonen la molestia.

(Aplausos.)

Sr. President (Godoy Loret de Mola): El Sr.
Conrado Rodriguez habia pedido una interrupci6n.
,Accede a ella el Sr. Eliseo Guerra?

Sr. Varona Vald6s (Alberto J.): Para una cues-
ti6n de orden, Sr. President.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Puede
formularla.

Sr. Varona Vald6s (Alberto J.): Es, Sr. Presiden-
te, en relaci6n con el Articulo 127, que se refiere
a las aclaraciones.

Yo desearia que se leyera el Articulo, porque
entiendo que habi6ndose hecho dos aclaraciones:
una, por el Representante Figueroa, y otra, por el
Representante Bequer, en relaci6n al punto que se
debate, no procede ninguna otra aclaraci6n, y so-
meto a la consideraci6n de la CAmara esto como
question de orden formalmente.

Sr. Guerra Romero (Eliseo): No se trata de acla-
raciones, compafiero, son interrupciones.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Que se
lea el Articulo 127.

(El Oficial de Actas lo lee.)

"ARTICULO 127.-Cuando los Representantes usen
de la palabra para alguna aclaraci6n, lo harAn breve-
mente y concretAndose al punto que lo motiva.

En cada debate no podran hacer aclaraciones mAs de
(do Representantes."

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.): Pido la pa-
labra para un ruego.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra para un ruego el Sr. Diaz Balart.

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.): Sr. Presi-
dente y sefiores Representantes: Para rogarle al
Representante Varona Vald6s, con vista a que no
se estA haciendo uso de aclaraciones, sino de inte-
rrupciones, que permit toda la amplitud possible
en el debate a los distinguidos representatives de
la Oposici6n, y entonces nosotros los gubernamen-
tales vamos a hacer tambi6n amplio uso de la pa-
labra, por via de interrupci6n en el turno que hay
en contra de la Moci6n.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Para con-
testar el ruego, tiene la palabra el Sr. Alberto Va-
rona Valdes.

Sr. Varona Valdes (Alberto J.): Sr. President
y sefiores Representantes: No tengo inconvenien-
te en acceder al ruego del Representante Diaz Ba-
lart; pero entiendo que habiendo oportunidad de


CAMERA DE REPRESENTANTES 25

otros turnos y consiguientemente de las aclaracio-
nes correspondientes, queda completamente deba-
tido el tema, que nos lleva ya dos dias y de conti-
nuar asi nos llevara casi toda esta Legislatura dis-
cutiendo los hechos del central "Washington", sin
entrar a estudiar y resolver otras cuestiones que
preocupan a la Camara y a la opinion pfiblica. Por
eso es que planteo que en la oportunidad en que
el compafiero Diaz Balart, u otros companeros,
hagan uso de la palabra, le conceda al Sr. Conrado
Rodriguez y a sus compafieros dos turnos por la
via de la aclaraci6n para liquidar esta cuesti6n;
pero si es un ruego de la Mayoria, disciplinada-
mente lo acepto.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Continiia
en el uso de la palabra el Sr. Guerra Romero.

Sr. Guerra Romero (Eliseo): Sr. President y se-
iores Representantes: Quiero hacer una aclara-
ci6n antes que el compafiero Conrado Rodriguez,
haga la interrupci6n que me ha pedido, que estaba
ajeno el Representante que habla de que el distin-
guido compafiero Figueroa, militant de la Mayoria
gubernamental y miembro prestigioso del Partido
Liberal, al concederle la interrupci6n, iba a hacer
pronunciamientos tan valientes y responsables, de-
jando a un lado su banderia political y las pasiones
ideol6gicas, para hacer pronunciamientos en nom-
bre de la responsabilidad que contrajo, cuando el
pueblo lo eligi6 para venir a esta CAmara, como
ignora tambien el Representante que habla, en la
forma en que se va a producer un Representante
tan responsible y miembro prestigioso de la Ma-
voria gubernamental, el distinguido compafiero
Casillas, que me ha pedido una interrupci6n tam-
bi6n, como ignoraba lo que iba a decir el compa-
fiero Diaz Balart, cuando solicit una interrupci6n,
estando en el uso de la palabra. No veo por qu6
esta inquietud, esta preocupaci6n extraordinaria
de los miembros de la Mayoria para impedir que
democrAticamente se abra la expresi6n y el sen-
timiento de cada uno de los miembros de esta CA-
mara, en un problema de tanta importancia como
6ste. Quiero, antes de conceder la palabra para
una interrupci6n al compare o Conrado Rodriguez,
agradecer en nombre del Comite Parlamentario del
Partido Revolucionario Cubano (Autentico), las pa-
labras valientes y responsables del compafiero Fi-
gueroa, que ojala abran caminos y conciencias en
la Mayoria gubernamental, para que deiando a un
lado personalismos politiqueros, se actUe con este
concept, que es el que vibra en la calle, y es el
que siente la ciudadania.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. Conrado Rodriguez.

Sr. Rodriguez SAnchez (Conrado): Sr. Presiden-
te y sefiores Representantes: Mis primeras pala-
bras son para expresarle una felicitaci6n sincera,
al estilo proletario, al compafiero Armando Figue-
roa, por sus valientes pronunciamientos, porque
cuando 61 se manifiesta de esa manera. no esta de-
fendiendo en particular a los legisladores que es-
tamos haciendo uso de la palabra y que fuimos








26 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


agredidos por la fuerza pfblica, sino que esti de-
fendlendo los intereses de Cuba.

No me trae en esta oportunidad, como en ningu-
na otra en que haya intervenido en esta Camara,
ningun proposito de orden personal, ningun pro-
blema de orden sectario, o de alguna reserve des-
conocida, sino ampliar la information del queriao
compafiero B6quer, sobre los fundamentos dei
central "Washington". En el "Washington" no se
agredi6 solamente al compaiero B1quer y al que
habla, en el "Washington" se agred16 a muchos
trabajadores que fueron sargentos politicos en la
Provincia de Las Villas, del compaiero Cdndido
Mora, y de otros compafieros, que desairollaron
su campaia political en las pasadas elecciones.

iQuienes han producido los hechos del central
"Washington"? Anteriormente a la cobarde agre-
si6n del teniente Dominguez y del sargento Her-
nindez, la produce inicialmente uno de los centra-
ies mas ricos y poderosos de la Provincia de Las
Villas, donde se han iniciado expedientes de sepa-
raci6n a mas de quimentos diez y ocho tiabajado-
res, y en relacion con esos quinientos diez y ocho
trabajadores, cuando estamos asumiendo la de-
fensa de los mismos, estamos, a la vez, realizando
precisamente la defense de aquellos que lucharon
por todos los Representantes del Gobierno que fue-
ron a buscar votos a las guardarrayas, a los ba-
teyes, y que hoy poderosas empiesas quieren lan-
zarlos a la mas espantosa miseria. Ustedes, sefio-
res Representantes del Gobierno en la Provincia
de Las Villas, tienen el insoslayable deber de salir
en defense de esos trabajadores. Cuando nosotros,
convocados por la Plenaria de Trabajadores Azu-
careios de Las Villas, ante los hechos del despla-
zamiento de ese gran nuimero de trabajadores, acor-
damos ir hacia la concentraci6n para oir los infor-
mes de la Comisi6n que habia venido a La Habana
y coordinar los puntos de vista y discutir con la
Patronal y el Ministerio del Trabajo, formulas que
garantizaran la subsistencia en el trabajo de esos
quinientos diez y ocho trabajadores. Alli, al cons-
tituirse los Comites de Lucha, no fueron ComitBs
de tipo partidarista, fuimos a trav6s del Sindicato,
cuyos dirigentes y su militancia es de reconocida
fe a la political del Gobierno. Todos nos uniamos
frente a la agresi6n de la Empresa, como estamos
situados en "Hormiguero", "Maria Antonia", "Vi-
toria" y otros centrales de la Provincia de Las
Villas.

Con el telegrama del Ministro de Gobernaci6n,
con el permiso autorizado del Alcalde de Santo Do-
mingo, doctor Juan de Dios Espinosa, Alcalde que,
aunque mantenemos criterio opuesto en el orden
ideol6gico -yo soy un adversario leal- nos incli-
namos con respeto para un hombre que tiene mis
de diez y ocho afios de Alcalde de Santo Domingo.
Nos concedio el permiso. No fuimos, pues, al cen-
tral "Washington" a conspirar, ni ibamos con ar-
mas ni pertrechos de guerra; no ibamos a utilizar
otras armas que las que nos concede la Constitu-
ci6n de la Repbblica, si es que tiene vigencia, para
discutir nosotros, y elaborar formulas, y tener el


mismo derecho de que hacen uso, de una manera
desordenada, haciendo la reacci6n, los duefios de
ingenios, las empresas poderosas, que siempre se
refinen sin ser perturbados por la fuerza pfiblica.

Fuimos registrados, como bien ha sefialado el
companiero Bequer, y lo que alli se produjo -y
estamos narrando- lo justificamos con pruebas
y documents acreditativos.

El distinguido compafiero Candido Mora, en la
sesi6n pasada hablaba de determinados testigos
que declararon a favor de la fuerza puiblica; y si
la memorial no me es infiel, sefialaba que los dis-
paros fueron de armas de pequefio calibre, si es
que hubo disparos.

Yo puedo emplazar con el mayor respeto, no s6lo
al compafiero Cindido Mora, sino a todos los li-
deres de los partidos de la Mayoria, para que se
trasladen al local del Sindicato del central "Wash-
ington" y alli vean las pruebas sobre las paredes
de las ciento y pico de balas que se dispararon con-
tra los trabajadores.

Yo tengo aqui -y aqui hay mas de un m6dico
que puede revisarlas- las radiografias de los tra-
bajadores que fueron atravesados con balazos de
calibre cuarenta y cinco. Aqui estin various me-
dicos -y entire ellos el compafiero De la Torre-
que conoce de estas cosas. Aqui estin los certifica-
dos de los medicos que les prestaron asistencia en
la clinic de Santa Clara e informaron al Juez de
Instrucci6n a que eran precisamente balas calibre
cuarenta y cinco las que dispararon contra los tra-
bajadores que alli estaban. Y, si esto fuera poco,
aqui estin precisamente las camisas cubiertas de
sangre -sangre roja del proletariado- acribilla-
das a balazos por la fuerza pfiblica. Son ropas de
trabajadores, no de asesinos, bandoleros ni gangs-
ters, son ropas de muchos que se quemaron el pe-
llejo y pasaron much hambre, muchos de ellos
buscando votos para algunos de los compaferos
que aqui se encuentran hoy representando a la Ma-
yoria. Esta sangre proletaria, repito, no es de ase-
sinos ni de contrabandistas...

Sr. Bernal Gonzalo (Jose A.): Pido la palabra, pa-
ra una cuesti6n de orden.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra, para una cuesti6n de orden, el Sr. Bernal.

Sr. Bernal Gonzalo (Jose A.): Sr. President y
seiores Representantes: Al amparo de nuestro Re.
glamento planteo esta cuesti6n de orden, ya que
este hemiciclo no es ning6n estrado judicial, ni
hay peritos capaces de calificar si la sangre que
aparece en esas camisas es humana y si pertenecia
o no a los trabajadores. Seria mejor que el com-
pafiero llevare esas ropas al Gabinete Legal, para
que por 6ste se dictaminara, y no haberlas traido
aqui a la Camara.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Continfia
en el uso de la palabra el Sr. Rodriguez Sanchez.








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 27


Sr. Rodriguez Sanchez (Conrado): Pero hay un
Tribunal del Pueblo y ese pueblo sabe que no es
sangre de bestias, que es de los trabajadores, como
tambi6n sabe que aqui hay m6dicos que pueden
justificarlo y dictaminar sobre las radiografias.

Sr. Pardo Jim6nez (Angel): Es un "show" para
destruir la conciencia national.

Sr. Guerra Romero (Eliseo): Al contrario, es pa-
ra construirla.

Sr. President (Godoy Loret de Mola). (Agitan-
do la campanilla): La Presidencia ruega a los se-
fiores Representantes que no entablen dialogos.

Continia en el uso de la palabra el Sr. Rodri-
guez.

Sr. Rodriguez Sanchez (Conrado): Yo quiero de-
jar clara constancia de estos hechos y destacarlos
de manera responsible ante todos los compafieros
Representantes, sin distingo de partido alguno.
No por los planazos que en el orden personal hu-
bi6ramos recibido, sino por lo que represent para
el pueblo. Soy un viejo combatiente proletario y
siempre he estado al lado de los trabajadores, sin
que me haya tenido que amparar por ningfn go-
bierno de turno. Los he defendido siempre frente
a una sociedad corrompida, llena de intereses crea-
dos, frente a las agresiones continuadas de las fuer-
zas armadas y de la policia, los he defendido con
la fuerza de mi derecho, contra esas fuerzas que
en estos mementos se encuentran en un estado de
descomposici6n social, political y econ6mica, crea-
das para herir a las classes desposeidas del pais y
he sufrido prisiones como sefialara aqui el compa-
fiero B6quer. Y aqui hay muchos compafieros de
batallas, viejos amigos del que les habla, aunque
en la militancia political opuesta, que conocen mi
historic y que saben de estos hechos.

Yo conozco las prisiones por dentro. He sufrido
el rigor de la fuerza y del plomo. Lo conozco tan
bien, porque he vivido permanentemente bati6ndo-
me con una fuerza piblica que no cree ni en la
Constituci6n ni en el estado de la civilizaci6n. Ello
se demuestra, precisamente, cuando el compafiero
Jos6 Luis Martinez, no ya Secretario General de la
Federaci6n de Trabajadores Azucareros, sino co-
mo Representante del Gobierno, es registrado y
sufre tambi6n iguales humillaciones, lo que esti
terminantemente prohibido segfin la Constituci6n
de 1940, si es que ella esta vigente.

Las Villas, compafieros del Gobierno, constitu-
ye desde el punto de vista politico-econ6mico un
circulo de intereses y de descomposici6n en todos
los 6rdenes, tanto politico-social como econ6mico.

En Las Villas, como sefialaba el compafiero B-
quer, se han hecho cuatrocientos mil sacos de azfi
car de "bibijagua". Lo hemos denunciado ante los
tribunales. Y la respuesta que hemos tenido
de las autoridades es precisamente que eso se
va a perseguir, pero no se persigue. Y esos cuatro-


cientos mil sacos de azfcar de "bibijagua" de Las
Villas constituyen un foco de descomposici6n y per-
judica a los intereses de la naci6n y es el product
de un regimen que ustedes comparten con su
propia responsabilidad. Es un estado corrompido
en complicidad con los jefes del Ej6rcito, de la Po-
licia y con otras personas responsables del r6gi-
men. Estos, los tanqueros, los duefios de ingenios,
los que desplazan trabajadores, los que pisotean la
Constituci6n, todos ellos, viven con pleno respaldo
precisamente, de nuestro Gobierno, alardeando
siempre de tener su amparo.

Cuando nosotros estamos denunciando estos he-
chos, no estamos denunciando precisamente hechos
que pudieran producirse desde el punto de vista
sectario. Estamos haciendo la denuncia, porque se
produce un estado prostituido, se practice el vicio
del juego, se avanza en el clandestinaje en compli-
cidad con ese 6rgano corrompido que es el ICEA,
cuando todas estas cosas se produce, cuando los
duefios de los ingenios ganan millones de pesos a
costa de los trabajadores, cuando todo esto se pro-
duce, repito, nos cabe preguntar: iqui6nes estin
conspirando mis contra el Gobierno? iLos dos
Conrado? ,El "CADI"? iLa Oposici6n?..

Sefio:es, con todo mi mayor respeto, aqui esta
el foco de la verdadera revoluci6n contra el re-
gimen. Aqui esta lo que mas dafio le esta haciendo
a Fulgencio Batista: quinientos diez y ocho traba-
jadores que tienen madres, que tienen hijos, que
tienen series queridos, que no saben hacia donde
van, que solamente tienen tres caminos, colgarse,
matar o robar. Esto es lo que tiene que hacer la
Camara de Repiesentantes, repudiar estos hechos,
no volverse contra los hombres de trabajo. Para
justificar al teniente Dominguez y al teniente Lau-
rent, que asesinaron cobai demente, no podran adu-
cir argument alguno. No, ya alli no caben argu-
mentos. Alli se esta desplazando a los hombres
del trabajo. Y esto sucede estando la Constituci6n
en plena vigencia. La vigencia de la Constituci6n
impide precisamente estos hechos. Si nosotros so-
mos responsables de que la Constituci6n tenga vi-
gencia, no podemos permitir que el Ministro de
Gobernaci6n, el mas odiado, el mas repulsive y
antipopular de los ultimos tiempos...

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Sr. Con-
rado Rodriguez, el Reglamento obliga a los sefiores
Represeniantes al hacer uso de la palabra al refe-
rirse a personas ajenas al Cuerpo lo hagan con to-
do el respeto debido. La Presidencia llama la aten-
ci6n al Sr. Pli i-.li.-, para que no mantenga esos
calificativo>.

Sr. Rodriguez Sanchez (Conrado): Yo no me re-
fiero a la persona sino a lo que ella ostenta, al
cargo.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): La distin-
ci6n es sutil, pero la Presidencia no la admite y
mantiene la llamada al orden al Sr. Rodriguez.

Sr. Rodriguez Sanchez (Conrado): Yo quiero








28 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


destacar que aqui se ha tratado de justificar estas
agresiones en un telegram falso. Yo tengo pre-
sente en este hemiciclo a un distinguido compaiie-
ro de Sagua la Grande, el Sr. Fernando Casillas y
el Sr. Manuel Betancourt, es de una familiar hono-
rable que refine todas las cualidades de persona
decent, hombre trabajador y bueno, donde en este
moment en Sagua la Grande, se esti haciendo una
exposici6n firmada desde el Alcalde Municipal
hasta el Cura de la Iglesia.


Sr. Rodriguez Sanchez (Conrado): Con much
gusto.
Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra para una interrupci6n el Sr. Casillas.

Sr. Casillas Lumpuy (Fernando): Sr. President
y sefiores Representantes: Cuando entr6 por el fa-
vor de mi provincia, al honor de pertenecer a la
CAmara de mi pais, formula el firme prop6sito de
que la misma sinceridad que ha de informar la


Manuel Betancourt era la victim propicia para conduct del professional y del ciudadano, que la
justificar los injustificables hechos, era precisa- misma postura de verdad que ha de informer y ha
mente la victim que habia que recoger para apa- de compartir todo cubano, seria mi compafiera
rentar aqui, que nosotros, antes de traer esta prue- tambi6n en el ejercicio de estos deberes de legis-
ba 6ramos un grupo de hombres festinados e irres- lador. Con esta sinceridad, y con la verdad por en-
ponsables que estibamos creando un problema de cima de todo, yo aspiro a conducir todos mis actos
tipo politico en el barrio de Manacas, T6rmino de en este Parlamento, y en esta conduct me apoyo
Santo Domingo, Provincia de Las Villas. El tiempo sencilla y firmemente para decir lo que yo estimo
nos esta dando toda la raz6n. Manuel Betancuort, lo just en los hechos lamentables que ocurrieron
por encima de las presiones represivas de la po- en el central "Washington".
licia que lo secuestr6, por encima de las acusacio-
nes de un Luis Manuel Martinez que utiliz6 a un Cuando tuve noticias de esos acontecimientos
empleado de su confianza para justificar por la dolorosos que se produjeron entire la fuerza pui-
prensa todas sus acusaciones inconfesables. Yo blica y obreros de mi provincia, la palabra que acu-
quiero destacar en la tarde de hoy que si el Go- di6 a mis labios fu6 la palabra sincera y sentida de
bierno aspira a que Cuba march por el sendero lamentar profundamente esos hechos a que acabo
de su propia normalidad, si el Gobierno aspira a de hacer referencia. Pero creo sinceramente que
que el pueblo pueda career en esta Constituci6n de cuando yo lamentaba esos hechos estaba interpre-
1940, que si nosotros en el Congreso no le damos tando ciertamente, indefectiblemente y firmemen-
vigencia, podemos decir que es un absurdo mis te el pensamiento del Presidente de la Repdblica, el
con el nombre de legislaci6n. Si la Constituci6n no Presidente del Cuerpo colegislador de la CAmara
sirve para garantizar el derecho ajeno, y el dere- de Representantes; estaba interpretando el pensa-
cho ajeno lo represent el hombre de trabajo, no miento de los sefiores Ministros del Gobierno, y
podemos estar defendiendo nosotros a ning6n pros- estaba interpretando fielmente el pensamiento de
tituido, a ninglin ratero, a ningfin gangster y ase- los hombres que forman la Mayoria del Gobierno,
sino sino a hombres que llevan cuarenta afios de y abundando mas en esa sinceridad a que yo aspi-
trabajo permanent al amparo de los preceptos ro, cuando manos maliciosas o interesadas me di-
constitucionales de la Repfiblica en nuestra condi- jeron que mis distinguidos compafieros Rodriguez
ci6n de congresistas, y dirigentes de la industrial SAnchez y Conrado B6quer habian ido al central
azucarera. Este es el motive del por qu6 estamos "Washington" de exprofeso a violentar el orden
presentando nosotros esta denuncia formal ante puiblico; cuando me dijeron que en un regateo de
esta CAmara de Representantes reclamando de to- jefaturas sindicales se producian estos disloca-
dos los compafieros de este Congreso para que el mientos del orden; cuando me dijeron que querian
teniente Doninguez y el sargento HernAndez y to- los mencionados lideres con su actitud ganar opi-
dos los que han cometido hechos repulsivos y san- ni6n piblica, con la misma sinceridad que inter-
grientos sean censurados por los congresistas de la p:et6 en principio la idea del Gobierno de lamen-
Repfiblica. A ustedes, mAs que a su militancia, en tar los hechos, rechac6 por interesada y por infun-
su condici6n de hombres cubanos, de congresistas diosa, aquella manifestaci6n de los que trataban
que fueron a Las Villas a buscar votos de esos que de culpar a los distinguidos compafieros.
fueron atacados a balazos con rev6lveres calibre
cuarenta y cinco y plan de machete, en nombre de Hay en estas cuestiones donde se ventilan ideas,
todos ellos, yo reclamo un voto censurable para donde se ventilan planteamientos, donde se ven-
esos hechos repudiables, pues si no se toma una tilan razones, una fuerza mayor que los propios in-
determinaci6n, Cuba tendra dentro de muy poco teresados, que los propios components y que los
propios integrantes, que llevan, no s6 por qu6
tiempo, entire la agresi6n de los capitalistas, de los designio fatal, al disturbio, al tumulto y al escAn-
poderosos, de los terratenientes, de la fuerza pfi- dalo.
blica, del plan de machete y del asesinato a man-
salva, Cuba tendra, repito, junto con la bandera Cuando esos hechos del central "Washington"
cubana y la bandera blanca del compafiero Mora, se produjeron, la idea que movia a los obreros a
reunirse; al prop6sito que los aunaba; el senti-
una bandera negra cubierta de sangre. miento que los juntaba, era un sentimiento just
y era un sentimiento atendible, porque se trataba
Sr. Casillas Lumpuy (Fernando): zMe permit del desplazamiento de quinientos obreros del cen-
una interrupci6n con la venia de la Presidencia? tral "Washington", que sea dicho de paso, tienen








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 29


nuestro apoyo, el apoyo del Gobierno, el apoyo de
la CAmara, y lamento que no estuviese aqui el dis-
tinguido compafero lider obrero, Jos6 Perez Gon-
zAlez, que me manifestaba en el orden personal su
oposici6n a que se produjesen esos desplazamien-
tos.

De suerte que el principio, el origen de la cues-
ti6n, el punto de donde parte la discordia, el lugar
de donde sale la agresi6n y el tumulto, es un punto
noble que comparten los obreros del central "Was-
hington", pero que compare tambi6n el movimien-
to obrero del Partido Acci6n Progresista al cual
pertenezco. Y Oc6mo entonces enjuiciar serena-
mente, desapasionadamente y sin espiritu politi-
quero y demag6gico y sin espiritu de grupo los su-
cesos del central "Washington"? Pues yo me atre-
vo a career, y lo afirmo sinceramente, que se debe
a la mala inteligencia que usaron los hombres de
las Fuerzas Armadas o a las malas razones que se
dieron alli o a una responsabilidad mutua de los
dos, que no supieron llevar por la-via del orden las
realizaciones a que alli se trataba de llegar.

Despu6s, yo quiero referirme a unas palabras ver
tidas por mi distinguido compafiero Guerra Ro-
mero, que -un poco a la ligera y sin que ello de-
crezca en nada la estimaci6n que le otorgo,- ma-
nifestaba, nada menos y hace responsible nada mAs
que al Presidente de la Repfblica de esos lamenta-
bles sucesos, y yo me pregunto: Zalguien que sea
sincere en Cuba, alguien que haya observado con
espiritu alto y con coraz6n sereno el movimiento
obrero de nuestro pais, puede decir que el Presi-
dente Batista comulgue en algo con este hecho?
iNO! Porque el Presidente Batista, mAs que otros,
compare e informa esas razones y esas aristas de
sentimiento y de pensamiento que le hacen ocupar
su cargo, no como un Presidente improvisado, no
como un Presidente descuidado o como un Pre-
sidente falto de seriedad, sino como un gran lider
que ha absorbido, que ha llevado sobre sus hom-
bros la responsabilidad de la tercera parte de la
vida de la Repfiblica, y en gesto de bondad, de ge-
nerosidad y de grandeza en todo lo possible ha
ayudado a la clase obrera cubana. Eso lo sefialo
partiendo de aquella manifestaci6n initial que dice
hasta qu6 punto el hombre en el ejercicio de un
cargo official, y en este caso, de un cargo elective,
debe cefiir su postura, debe cenir su conduct y
debe enmarcar sus actos en un grado de sinceridad
y de generosidad que impidan que las razones del
juicio y los dictados de la verdad se vean oscure-
cidos y se vean suplantados por los sentimientos
contrarios desde el punto de vista politico que a
sabiendas se sabe se aparta de esa verdad a que
haciamos referencia.

Los sucesos del central "Washington", insist
entire los compafieros de la Mayoria, para que se
plantearan aqui amplia y libremente y se esclare-
cieran en toda su magnitude y en todos sus rinco-
nes. Y es convenient que asi ocurra, porque mu-
chas veces el amago de grandes cosas, la presun-
ci6n de grandes cataclismos no son mis que las,


suposiciones y las presunciones a favor de que se
produzcan.

No creo que haya un solo legislator, no creo que
haya un solo hombre de gobierno, y comienzo por
el propio Primer Magistrado de la Naci6n, que
no sienta profunda y personalmente, los hechos
ocurridos en el central "Washington", y sobre to-
do, que se ven, dentro de los que resultaron lesio-
nados por aquella conduct o por la parte objetiva
que trajo la conduct, dos distinguidos legislado-
res que para mi, a distancia de la linea ideol6gica
tienen el respeto, la consideraci6n y el afecto que
se le debe a las personas dignas que hacen ejercicio
continuado y alto de su liderazgo en la clase tra-
bajadora cubana.

Como abogado, es precise sefialar, Sr. President
y sefiores Representantes, que la CAmara no pre-
cisa de exhortaciones para que se uniese en lamen-
tar los sucesos que han dado lugar a este debate,
pero que la Camara, hay que sefialarlo, no foima
parte del Poder Judicial, y si esos hechos lamen-
tables, dolorosos ocurrieron en el central "Wash-
ington", estoy seguro que estaran conociendo de
los mismos los tribunales competentes, el Juez de
Instrucci6n competent, que a de decir a ifltima
hora y en definitive, a quien le corresponde el pro-
cesamiento y a quien le corresponde la calidad de
acusado para comparecer en la Audiencia res-
pectiva.

Yo decia que achacaba a una mala inteligencia,
a una falta de tActica, a una ausencia de deseo de
armonia de las dos parties, de los que fueron allA
como fuerza pfblica, y de los que estaban alli co-
mo dirigentes, el que no se hubiese llegado real-
mente a un entendimeinto que evitara los hechos
desagradables ocurridos.

Se habla de un telegrama falso. Yo no puedo
afirmar que haya un telegrama falso porque no
me consta.

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.): Pero yo lo
tengo aqui...

Sr. Casillas Lumpuy (Fernando): Yo no puedo
afirmar que haya un telegrama falso porque no me
consta, pero yo puedo decir que hubo un telegra-
ma maliciosamente cursado que quizas fu6 la pun-
ta de p6lvora que di6 motivo al dislocamiento de
las pasiones alli en el central "Washington", y lo
digo porque conozco al Sr. Ministro de Goberna-
ci6n, al Senador Rey, quien tengo la absolute se-
guridad de que si ese telegrama hubiese sido pasa-
do ciertamente, el Ministro de Gobernaci6n, hu-
biera afrontado la responsabilidad, hubiera dicho
pfiblicamente que si, que 61 lo habia ordenado, de
manera que no quiero inculpar a fulano o a men-
gano de que cursaran el telegrama, lo que si pue-
do asegurar es una presunci6n de que ese tele-
grama fue cursado, y que la mano que lo curs6,
en definitive es la que tuvo la culpa y la que origi-
n6 el mal entendimiento de los obreros del sindi-








30 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


cato del central "Wash!ington", con la fuerza pfi-
blica.

Por otra parte, repito, que interpreto el senti-
miento del Gobierno, el sentimiento de los sefiores
ministros, el sentimiento de los cuerpos colegisla-
dores, y especificamente el sentimiento y el pen-
samiento de la Mayoria y afirmo que somos los pri-
meros en lamentar ese suceso, pero que en mane-
ra alguna permitiremos, ni podremos aceptar que
se inculpe al Gobierno de la Repfiblica de un he-
cho aislado que ocurra a contrapelo de sus deseos,
que no son otros que los de revertir en la familiar
cubana, al obrero cubano todas las bondades y to-
do lo bueno a que tiene derecho.
(Apiausos.)

(El Sr. Vald6s Astolfi sustituye en la Presiden-
cia al Sr. Godoy Loret de Mola.)

Sr. President (Vald6s Astolfi): Continfia el Sr.
Guerra.

Sr. Guerra Romero (Eliseo): El compafiero Fa-
cundo HernAndez, me habia pedido una aclaraci6n
primero, y despues el compafiero Milan6s.

Sr. President (Vald6s Astolfi): Para una acla-
raci6n, tiene la palabra el Sr. Facundo HernAndez.

Sr. Hernandez P6rez (Facundo): Sr. President
y sefores Representantes: En relaci6n con la Mo-
ci6n presentada por nuestro querido compafiero
Eliseo Guerra se han debatido todos los puntos que
original on el penoso y grave conflict del central
"Washington" y se han dejado en el aire, las dos
cuestiones fundamentals que originaron en si el
propio incident a que hacemos referencia.

Diariamente a trav6s de la prensa, en un pro-
grama de television denominado "Ante la Prensa",
el comentarista Pardo Llada y el comentarista eco-
n6mico Cepero Bonilla, en la edici6n de septiem-
b:e 18 de 1955, han venido denunciando la fabri-
caci6n del azucar de "bibijagua" como uno de los
males de nuestra principal industrial que traera
graves y series conflicts en nuestro pais, y asi ve-
mos que en su editorial que titula: "La formula
del D.D.T. dice: "En estos moments actfian ofi-
cialmente nada menos que cinco comisiones en la
bfsqueda... Y esto se dice nada menos que
en la revista "Carteles". Que yo sepa, hasta aho-
ra, esta denuncia formal no ha sido rectificada ni
por el Tribunal Supremo, ni por el Ministro de
Agriculture, ni por parte del Poder Judicial, y si-
gue diciendo Cepero Bonilla: "el gran escAndalo
de la "bibijagua" de este afio no tiene preceden-
tes, nunca se fabric tanta azicar clandestina...

Sr. Urquiaga Padilla (Carmelo): Pido la palabra
para una cuesti6n de orden.

Sr. Figueroa Zaragoza (Armando E.): Dudo del
qu6rum, Sr. President.

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.): Yo le ruego


al Representante Figueroa, que inclusive nos de-
leit6 con una intervenci6n en este debate, que re-
tire la proposici6n, porque hay afirmaciones en el
aire que son necesarias rectificar.

Sr. Figueroa Zaragoza (Armando E.): Es que
dudo del qu6rum, Sr. President.

Sra. Quintana Herrera (Maria A.): Pido al com-
pafiero Figueroa, que retire su solicitud de com-
probaci6n del qu6rum, ya que el lider que tenemos
en el Gobierno, lo ha dicho: "que se han manifes-
tado muchas cosas que para unos son ciertas y que
para otros dudosas", que haya el derecho de que
cada cual opine para ver quien tiene la raz6n.

Como el Sr. Figueroa es un caballero gentil, ten-
go la seguridad de que al pedirle a un Congresista,
a un compafiero, a un Representante del pueblo
como l1, le dara la oprtunidad de que hable como
61 lo hizo.

(Deja la Presidencia el Sr. Vald6s Astolfi y la
ocupa el Sr. Godoy Loret de Mola.)

Sr. President (Godoy Loret de Mola): ,Retira
su solicitud de comprobaci6n del qu6rum el Sr.
Figueroa?
Sr. Figueroa Zaragoza (Armando E.): Si, Sr. Pre-
sidente.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Retirada
la solicitud de comprobaci6n del qu6rum, conti-
nfia la sesi6n...

Sr. Urquiaga Padilla (Carmelo): Sr. President,
para una cuesti6n de orden.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. Urquiaga para una cuesti6n de orden.

Sr. Urquiaga Padilla (Carmelo): Sr. President
y sefiores Representantes: El Articulo 119 del Re-
glamento establece que el Representante que haga
uso de la palabra deberi cefiirse al objeto del de-
bate, de tal modo que si se le require tres veces
podrf retirArsele el uso de la palabra. Yo no pido
que se le retire el uso de la palabra a nadie, pero
si pido que se aplique estrictamente el Articulo
119, porque no tiene nada que ver absolutamente
con ello la "bibijagua", es decir, que estamos de-
batiendo los sucesos del central "Washington" y la
Moci6n de si se nombra una Comisi6n de miembros
de la Camara integrada por los lideres. Por eso
pido al Sr. President que llame la atenci6n de
acuerdo con el Articulo 119 al compafiero que ha-
bla, para que se cifia al objeto del debate.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Con lu-
gar la cuesti6n de orden.

Continia en el uso de la palabra el Sr. Hernin
dez.

Sr. HernAndez Perez (Facundo): Si. President
y sefiores Representantes: Decia, y refiri6ndome








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 31


precisamente a la cuesti6n de fondo que motivara
la balacera inmisericorde del central "Washing-
ton", que es uno de los problems fundamentals
apuntados por todos los economists de Cuba,
apuntado no ya por los dirigentes obreros de la
Oposici6n solamente, sino por Jos6 Luis Martinez,
Secretario General de la "FNTA" y hombre elec-
to en la column del Gobierno, Representante a la
CAmara, y tambi6n por otros distinguidos dirigen-
tes ob:eros que pertenecen en estos moments al
Gobierno, que la "bibijagua", esa producci6n clan-
destina que no solamente va al coraz6n de la eco-
nomia cubana, que no solamente hace que los tra-
tados internacionales sobre ventas de azficares se
violent constantemente, sino que llevan hambre, mi-
seria y desolaci6n al pobre campesino cubano; esos
dirigentes del Gobierno ban denunciado y la pren-
sa es el mejor testigo, que eso traeria graves con-
secuencias para el pais.

Pero sigue diciendo el Sr. Cepero Bonilla en
esta informaci6n que, como dije anteriormente, no
ha recogido ningfn Poder del Estado, ni el Ejecu-
tivo, ni el Poder Judicial...

Sr. Urquiaga Padilla (Carmelo): Insisto en mi
cuesti6n de orden, Sr. President.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Sr. Her-
nandez: Estamos discutiendo la Moci6n del Sr.
Guerra Romero relative a los sucesos del central
"Washington". ..

Sr. Hernandez P6rez (Facundo): Sr. President:
Yo estoy hablando precisamente de cuestiones que
motivaron los hechos. Aqui se han explicado pro-
blemas de telegramas, problems de registros, de
soldados, de detenciones, de jerarquias, y yo estoy
explicando uno de los motives fundamentals que
produce el atropello al hombre que trabaja en el
batey, que corta la cafia, que riega el surco con su
sudor y no le alcanza para vivir, y esa es una de las
cuestiones que motivaron la Asamblea del central
"Washington".

Y siguiendo con el informe...

Sr. Pardo Jim6nez (Angel): Para un ruego, Sr.
President.

Sr. President (Godoy Loret Mola): Tiene la pa-
labra el Sr. Pardo Jim6nez.

Sr. Pardo Jim6nez (Angel): Sr. President y se-
iores Representantes: Un ruego al distinguido
compafiero Carmelo Urquiaga: Para que permit
a los distinguidos compaileros que estAn haciendo
acusaciones que crean tan voluminosas y efectis-
tas, que sigan haci6ndolas, para que asi nos den a
nosotros la oportunidad de pod6rselas contestar, y
no caer nosotros en la infracci6n del propio Re-
gla menlto

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Continfie
en el uso de la palabra. El Sr. Facundo HernAndez
relaciona el problema de la "bibijagua" con el ori-


gen de los sucesos del "Washington"; y consecuen-
temente con los acuerdos adoptados por los distin-
tos comit6s parlamentarios, y dentro de un crite-
rio de amplia liberalidad puede continuar hacien-
do uso de la palabra el Sr. Facundo HernAndez.

Sr. Hernandez P6rez (Facundo): Sr. President
y sefiores Representantes: Gracias, Sr. President,
por esa actitud democrAtica.

Yo sostengo, estimados compafieros, que donde
quiera que haya crisis econ6mica habrA malestar
ciudadano; y el central "Washington", el central
"Por Fuerza" y cualquier centro de producci6n
de azfcar es en estos moments un polvorin don-
de si no hay mano izquierda, si el Gobierno no ac-
tiua con los poderes que tiene en las manos se
producirAn otros hechos lamentables que han sido
denunciados aqui por Cepero Bonilla, que no han
sido recogidos por el Gobierno, porque incluso es-
te articulo contiene una denuncia grave contra un
senior Ministro del Gobierno cuando sefiala ese
hecho.

Quiere decir que mientras las autoridades, mien-
tras algfn miembro responsible del Gobierno del
General Batista est6 protegiendo, est6 amparando
la producci6n de azfcar de "bibijagua", vendran
hechos lamentables como los del central "Wash-
ington"; pero no para la cosa solamente en la pro-
ducci6n clandestine del azficar, que tanto afecta a
la economic del hombre del pueblo.

Decia el compariero CAndido Mora, y en esto re-
cojo, para completar una alusi6n de tipo personal,
a los miembros del Directorio Estudiantil de 1930,
"que Batista no era asesino". Jamas aqui en este
Hemiciclo nadie ha dicho que Batista es asesino.
Y 61 afirmaba que el Directorio del afio 1930, del
Glorioso Directorio Estudiantil Universitario, le
habia pedido unAnimemente al entonces Coronel
Batista, que le entregara las Haves de La Cabafia
para asesinar a todos los press politicos. Y yo no
digo que Batista sea un asesino. Las circunstan-
cias han colocado al General Batista en una postu-
ra inenarrable desde 1934 a la fecha. Podemos
empezar, al azar, con un Mario He-nAndez; pode-
mos empezar por las puertas del Palacio Presiden-
cial cuando la destituci6n del doctor Grau, donde
cayeron balaceados los hombres del pueblo que
pedian al doctor Grau que permaneciera en el po-
der; pero podemos decir que Ra6l FernAndez Fia-
1lo, que Modesto Maidique, Bernardo Men6ndez
Garcia, Julio Ayala, VAzquez, mAs de un centenar,
son los que informan de 1940 a 1944 el camino de
Batista, y yo no digo que Batista sea un asesino,
pero mientras la fuerza pfblica...

Sr. L6pez de Mendoza (Ramiro).-Sr. Presiden-
te, pido que se aplique el Articulo 119, aqui se es-
tA faltando totalmente al Reglamento. Si la culpa
la tiene la 'l)Ibijagua", por qu6 vamos a seguir
aqui hablando de todo esto.

Sr. Presidenle (Godoy Loret de Mola).-Conti-








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


nue en el uso de la palabra el Sr. Facundo Her- mente a la representaci6n villarefia en esta Ci-
nandez. mara.


Sr. HernAndez Perez (Facundo).-Sr. President
y sefiores Representantes: No creo que la inten-
ci6n del Sr. Mora fuera la de decir que los estu-
diantes valerosos, que dejaron en el camino a un
Pio Alvarez, a un Trejo, a un Alpizar, a esa multi-
tud de muchachos valientes, que informan nuestra
generaci6n; no creo que 61, que perteneci6 a aque-
lla 6poca, aunque parece lo olvidara en un mo-
mento en su vida, pudiera decir que fueran todos
una piara o una manada de asesinos. Yo creo que
el compafiero CAndido Mora, por respeto a si mis-
mo, por respeto a nuestra tradici6n, al Gobierno
que represent, debia retirar estas infaustas pala-
bras que tan poco favor le hacen a su propia je-
rarquia de Representante.

Aqui no estamos discutiendo si el Ej6rcito man-
da a asesinar a la gente porque celebre una Asam-
blea pacifica, porque el Ej6rcito no cumplimente
la parte de Ley que le compete cumplimentar,
aqui estamos diciendo que el mal es de honda y
profunda repercusi6n en la economic de nuestro
pais y de la jerarquizaci6n political y civil de nues-
tro pais. Mientras haya revistas de la seriedad de
"Carteles", y "Bohemia", instituciones series co-
mo la C.M.Q., etc., los comentaristas de nuestro
pais con informaciones valiosisimas denuncian al
Gobierno y a las autoridades, y oidlo bien, que las
autoridades cobran gabelas por la producci6n del
azfcar de "bibijagua", y c6mo si las autoridades
estan dentro de esos centros de producci6n, 16gi-
camente que cuando los obreros se rebelan, pasa
lo que desgraciadamente pas6 en el central "Was-
hington", que se rebelaron contra los que quieren
quitarle el dinero, que contra ley estin usurpando
diariamente en todos los centros de producci6n.

Sr. Mora Morales (Candido S.): Para agradecerle
a la Presidencia que me conceda un turno para
contestar alusiones en su oportunidad.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Con mu-
cho gusto, Sr. Mora, en su oportunidad.

Continua el Sr. Eliseo Guerra en el uso de la
palabra.

Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Sr. President y
sefiores Representantes: La interrupci6n del com-
pafiero Conrado Rodriguez...
Sr. Quifiones del Sol (Humberto).-Sr. Presiden-
te: Pido la palabra para una interrupci6n.
Sr. Gueira Romero (Eliseo): Con much gusto.
Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene
la palabra el Sr. Quifiones.
Sr. Quiiiones del Sol (Humberto).-Sr. Presiden-
te y sefiores Representantes: MAs que como Repre-
sentante, como villarefio, y como cubano, es que pi-
do la palabra por la via de la interrupci6n, para
referirme a las palabras de los compafieros B6-
quer y Rodriguez, en que han aludido constante-


Los hechos del central "Washington", a cuyo lu-
gar quiero dejar aclarado y sentado, que no acudi
nunca a pedir votos, por una cuesti6n mis bien de
delicadeza y no porque rechazara en forma alguna
si alli habia alguien que me favoreciera con ellos,
porque alli, repito, tiene su asiento politico, mi
compaiero, el Sr. Jos6 Luis Pujol. Como ha dicho
tan brillantemente el compafiero Casillas, todos
los Representantes, no ya s6lo de Las Villas, sino
de cualquiera de las Provincias, nos lamentamos
profundamente de todo esto; pero de eso a conver-
tir esos lamentables sucesos en una cuesti6n poli-
tica mas, negative, de las muchas en que se debate
el pais desde hace tantos aiios, es volver constan-
temente sobre la sangre inftil que en este pais se
ha venido derramando desde hace tanto tiempo,
y que de manera tan caudalosa se derramara du-
rante los dos gobiernos "Aut6nticos" que padeci6
la Repulblica.
Hay una gran injusticia en todo esto, y sobre
todo, en achacArselo a Batista, y achacarselo a mi
ilustre compafiero y villarefio, que ha representa-
do brillantemente a nuestra provincia como Go-
bernador, en la Cimara, en la Convenci6n Cons-
tituyente y por tres veces consecutivas en el Se-
nado de la Repfiblica, y al que aqui no se le puede
senalar mas delito que el talent con que destruye
dia a dia las calumnias y falsedades de los enemi-
gos del regimen. Me estoy refiriendo al distingui-
do amigo el Sr. Santiago Rey.

Esto es impossible que pueda pasar en la CAma-
ra, sin el repudio de los sefiores Representantes
y muy especialmente de todos los Representantes
del Partido Dem6crata. Por eso quiero rechazar
en6rgicamente esas expresiones tan duras que al-
gunos compafieros han lanzado, especialmente pa-
ra el Ministro de Gobernaci6n, que se distingue
por la gentileza, por la bondad en la expresi6n,
por el talent siempre derramado a raudales, que
no necesita nunca de esas expresiones para rebatir
a sus contradictores. Ultimamente el Sr. Santiago
Rey, Ministro de Gobernaci6n, ha estado dando
lecciones de civilidad en todos los sentidos, y no
se le puede sefialar como un Ministro tanquista ni
repudiable, como ha dicho el compafiero Conrado
Rodriguez. OjalA que todos los Ministros de Go-
bernaci6n que tenga la Repfiblica, ahora y en el
future, se parezcan siquiera al Sr. Santiago Rey.

(Grandes aplausos en los escaios).

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Conti-
nia el Sr. Guerra Romero.

Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Sr. President y
sefiores Representantes: Decia que la interrupci6n
del companero Conrado Rodriguez, vino a ser un
abundamiento mas de informaci6n y expresi6n de
la verdad. que amnliandola en forma brillante nos
brindara el compafero Conrado B6quer, en torno
a estos hechos del central "Washington", en que
se produjeron victims en el movimiento obrero


--------------








DIARIO D)E SESIONES DE LA CAMI.RA DE REPRESENTANTES 33


y provocaron derramamientos de sangre por la ac-
ci6n brutal y cobarde de los miembros de la fuerza
pfiblica, que olvidando el significado de la condi-
ci6n de autoridad para garantizar el espiritu y la
letra de la Constituci6n y los derechos ciudadanos,
se derram6 en ese local del Sindicato, sangre cu-
bana, en la acci6n de una lucha de los que pacifi-
camente y al amparo del articulo 37 de la Cons-
tituci6n de la Repfblica, que garantiza el derecho
de reunion, pretendian en aquella oportunidad la
defense de sus derechos de trabajo, en la protest
contra el desplazamiento de quinientos dieciocho
trabajadores, y por otra parte, contra la produc-
ci6n de la mil veces cobarde acci6n industrial de
la producci6n de azficar de "bibijagua", que llena
de oro las areas de los grandes magnates de la in-
dustria azucarera, a costa del dolor y miseria del
trabajador y de los colonos, y han servido para
traer luz e informaci6n a esta CAmara las palabras
del companero Quifiones del Sol; han servido aqui
en esta oportunidad para negar la raz6n que esta-
mos expondiendo y para protester sobre lo que es-
tima apasionamiento politico, ir detrAs de la Histo-
ria pa-a hablar de hechos ocurridos en Gobiernos
"Authnticos", olvidando quizds, que esta en los ar-
chivos de una Revista de tanto prestigio como "Bo-
hemia", el articulo de un compafiero de tanto m6ri-
to, como Jorge Quintana, que enumera las victi-
mas del Batistato, de ese Batistato que Quifiones
del Sol ha querido olvidar en su pasi6n political,
que enumera alli ciento seis atentados, noventa y
dos muertos y cincuenta y cuatro heridos en diez
afios y pocos meses.

Esta expresi6n es la que nos obliga a tener que
traer en contra de nuestra voluntad en el debate,
y en un problema de tanta importancia para la
ciudadania, como es el caso del central "Washing-
ton". esta referencia que acabamos de mencionar,
Sr. Quifiones ...

Sr. Mora Morales (Candido S.).-Sr. President,
pido la palabra.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene la
palabra el Sr. Mora Morales.

Sr. Mora Morales (Candido S.).-Sr. President:
Simplemente para preguntarle, cuAndo me toca el
turno para contestar alusiones personales. Podria
citar como cuesti6n de orden el Articulo 116 del
Reglamento.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-La Pre-
sidencia proyectaba, al terminar el debate, conce-
der los turnos para alusiones.

Sr. Mora Morales (Candido S.).-Yo creo que el
citado Articulo 116 me ampara, y me voy a per-
mitir leerlo.

Articulo 116.-Entre los que hubieren pedido la pa-
labra para distintos objetos, tendra la prioridad el que
la hubiere solicitado para cuesti6n de orden; despues,
el que deseare formular otra clase de proposici6n in-
cidental; a esto seguiri el que la pidiere para contestar


alusiones; y los demas, en el orden en que la hayan so-
licitado. Si esto hubiere sido simultaneamente, se ob-
servarAn las reglas del Articulo anterior.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Lo que
ocurre, Sr. Mora, es que t6cnicamente esti hacien-
do uso de la palabra un orador desde el comienzo
de esta cuesti6n, que es el Sr. Guerra Romero. El
estA sufriendo interrupciones, pero se encuentra
en el uso de la palabra. Al terminar su turno es
que procede recoger las alusiones personales.

Sr. Escobar Quesada (Francisco R.).-Pido la
palabra, Sr. President, para una interrupci6n al
Sr. Guerra Romero.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene
la palabra el Sr. Escobar Quesada.

Sr. Escobar Quesada (Francisco R.).-Sr. Presi-
dente y sefiores Representantes: No era mi inten-
ci6n tomar parte en el debate politico, en relaci6n
con los asuntos ocurridos, desgraciadamente, en
el central "Washington"; pero como aqui se esta
hablando constantemente, como una de las razo-
nes fundamentals por las cuales sucedi6 el hecho
en el central "Washington", del azucar de "bibi-
jagua", creo que estoy en el deber de informar lo
que es la "bibijagua", porque estoy interpretando
de las palabras de mis compaferos, que no cono-
cen lo que es la "bibijagua".

El azficar de "bibijagua", querido compafiero,
no es mis que un exceso de producci6n sobre la
cuota fijada por el ICEA hecha por algunos inge-
nios por raz6n de que les sobra cafia, pero con el
consentimiento y el buen ver de los obreros, ya
que cuando se dice aqui que se han hecho treinta
mil sacos en el central "Washington", que no lo
creo, porque es una cifra kilom6trica, eso repre-
senta quince dias mis de zafra, que es trabajo pa-
ra el obrero de la industrial, para los que cortan
las cafias en los campos, cafias que tendrAn que
limpiarse, amen de otros menesteres. En fin, no
veo un fundamento para que se vea en ello un ata-
que a los obreros y se traiga aqui como raz6n bAsica
el hecho de que a ellos perjudica el que un inge-
nio este haciendo azfcar de "bibijagua". Yo creo
que eso atafie exclusivamente a los hacendados,
que no haciendo azfcar de "bibijagua", tienen que
ir a competir a los mercados locales con azicar
much mas barata, como es la de "bibijagua".

Creo, repito, que ello beneficia a los obreros y
al pueblo, porque este la compra mAs barata y los
primeros se benefician al tener mas dias de traba-
jo. Son los bolsillos de los hacendados que no la
fabrican los que se perjudican primordialmente,
asi como el Estado que deja de cobrar un impuesto
por saco, que tiene prefijado en el azicar.

Yo soy uno que me puedo situar aqui, a plena
satisfacci6n, porque no' la fabric, y precisamente
he sido nombrado y form parte de una Comisi6n
que ha de tratar de establecer un C6digo de Etica
que evite que se fabrique en lo adelante azicar de








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


"bibijagua", pero estoy altamente extrafiado de
que la representaci6n obrera, que a su satisfacci6n
se ha hecho todo eso, venga a expresar a esta Ca-
mara que una de las razones por la cual mueren
de hambre los obreros es porque se haga azuicar de
"bibijagua", cuando por lo contrario se benefi-
cian.

Sr. B6quer Diaz (Conrado).--~Me permit el Sr.
Guerra una interrupci6n?

Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Con much gusto.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene
la palabra el Sr. B6quer para una interrupci6n.

Sr. B6quer Diaz (Conrado).-Sr. President y
sefiores Representantes: Me sorprende realmente
que mi distinguido compafiero Escobar diga como
una cosa licita que el azficar de "bibijagua" no per-
judica a los trabajadores.

Es conocido en este pais, que el "ICEA" fija dos-
cientas mil toneladas para el consume local. Si es
asi, i qu6 raz6n hay para que ingenios con prefe--
rencias dentro del Gobierno produzcan azficar de
"bibijagua" con perjuicio de los distintos centrales
de nuestra provincia, por ejemplo, donde existen
cincuenta ingenios y s6lo veintitris la produjeron?
Existe el perjuicio para los trabajadores, porque
no se ha fijado por el "ICEA" la cuota para ser
elaborada por igual por todos los ingenios.

El compafiero debe conocer que respect al azfi-
car de "bibijagua", por ejemplo, un Sr. hacendado
hizo en cuatro ingenios en Las Villas, cien mil sa-
cos de ese tipo, defraudando al Estado. Vea, pues,
que hay una inexactitud por su parte al decir que
el azficar de "bibijagua" no perjudica.

Puedo decir que en Cienfuegos, Rolando Ferrer,
almacenista conocido, ha importado, mejor dicho,
ha exportado mAs de doscientos mil sacos de azfi-
car de "bibijagua" al mercado mundial, afectando
el precio del azficar, y sin embargo, se obliga al
movimiento obrero a decir que el Convenio de
Londres es bueno, no obstante haber comercian-
tes sin escrfipulos, como este que acabo de sefia-
lar, perjudicando a Cuba. Nosotros no podemos
estar en complicidad con ellos. Tenemos, ante
todo, que cumplir con nuestro deber de cubanos
y velar por los intereses de la industrial azucarera,
que represent la vertebra de nuestra economic y
tenemos que hacer las denuncias del caso...

Sr. Escobar Quesada (Francisco): Para una alu-
si6n, en su oportunidad, Sr. President.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-En su
oportunidad.

Sr. Varona Ferrer (Esteban de).-Para una cues-
ti6n de orden pido la palabra.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene


la palabra, para una cuesti6n de orden, el Sr. De
Varona Ferrer.

Sr. Varona Ferrer (Esteban de).-Para que se
me informed por la Presidencia si en la Mesa cons-
ta alguna comunicaci6n con respect a la ausencia
significativa del hemiciclo del lider obrero Sr. Jos6
Perez GonzAlez y de la demAs representaci6n obre-
ra del Partido Acci6n Progresista.

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.): Pido la pa-
labra.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene
la palabra el Sr. Diaz Balart.

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.): He pedido
la palabra para informar a la CAmara que el dis-
tinguido lider Progresista, Sr. Jos6 Perez GonzA-
lez, estA discutiendo un problema en el Ministerio
del Trabajo, que le atafie como lider obrero, y de
cuyo local no puede ausentarse. Precisamente ha-
ce breves minutes hubo de llamarme por tel6fono
diciendome que terminarian y trataria de finalizar
cuanto antes con esa cuesti6n que alli le tiene re-
tenido para concurrir a esta sesi6n antes de que
termine.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Conti-
nma en el uso de la palabra el Sr. Guerra.

Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Sr. President y
sefiores Representantes: Yo siento intima satisfac-
ci6n en haber traido a la Camara, por via de Mo-
ci6n, este asunto, aunque haya sido calificado por
el compafiero Pardo Jim6nez, Super lider de la
mayoria gubernamental, como un "show" que iba
contra el espiritu de conciencia ciudadana, la opor-
tunidad en que el compafiero Conrado Rodriguez
exponia las camisas manchadas de sangre proleta-
ria del Sindicato azucarero del central "Washing-
ton", y que el compafiero Conrado Rodriguez enar-
bol6 desde su escafio, como expresi6n de prueba
documental, que debia tocar el sentimiento y la
responsabilidad de los Congresistas.

Y siento intima satisfacci6n cuando veo que es-
tos hechos hicieron que el compafiero Figueroa,
fiel a su procedencia de cubano y de liberal, y ve-
lando por el prestigio de su condici6n, levantara
aqui su voz para condenar aquellos sucesos, afia-
diendo que no era s61o en el central "Washington"
donde se apaleaba, donde se abusaba del ciudada-
no, del cubano, del trabajador y del campesino,
sino que la acci6n brutal de la fuerza pfiblica se
repetia en mAs de un rinc6n de Cuba, y denuncia-
ba que inclusive en colonies de su propiedad se
habian repetido tales hechos...

Sr. Caballero Brunet (Juan).--iMe permit una
interrupci6n el compafiero con la venia de la Pre-
sidencia?

Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Con much gusto.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene


~II -- I'


m


34


34








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 37


la palabra el Sr. Caballero Brunet para una inte-
rrupci6n.

Sr. Caballero Brunet (Juan).-Sr. President y
sefiores Representantes: Francamente no habia oi-
do la expresi6n de "show", porque hasta ahora no
habia escuchado la intervenci6n a que se refiere
el compafiero Eliseo Guerra Romero; pero a pesar
de que desde hace various dias escuchaba yo que
se pretendia hacer la exhibici6n en este Hemiciclo
de determinadas ropas manchadas de sangre, fran-
camente no lo podia career. Pero consider que si
no es un "show" artistic, porque esto no es un
teatro, si se trata de impresionar a las galerias,
con una burda representaci6n. No tiene, no cabe
duda, la ambici6n que pudiera tener la exhibici6n
por Marco Antonio de las tfnicas del CUsar ase-
sinado, ni es deseoso Conrado Rodriguez de resta-
blecer un imper.io, que el inico imperio que se po-
dria restablecer en Cuba seria el imperio del gangs-
terismo, del grausato y de la 6poca del Priato. Ni
tiene siquiera la intenci6n que pudieran tener los
arabes mahometanos para conseguir la bendici6n
de AlI. Sencillamente es el deseo de dar un show
para la galeria y de tratar de impresionar para
hacer responsible al Gobierno, cuando el Gobierno
es el principal preocupado porque estos hechos se
esclarezcan y al respect hay una causa iniciada y
un procesamiento. Alli estan los telegramas falsos
y los peritos caligrafos en su oportunidad diran si
fu6 el procesado y que diran como la mala fe estA
en los que enviaron el telegrama ap6crifo.

El General Batista ha sido garantia para los
obreros, que tambi6n representamos los Legisla-
dores que nos sentamos en estos bancos. Somos
responsables y hemos venido aqui con la imposi-
ci6n del voto de las classes mas populares de nues-
tras Provincias. Yo creo que estamos llevando las
cosas muy lejos.

Francamente, sefiores, no procede la petici6n de
estos grupos de oposici6n como no procede esa ex-
posici6n indecorosa, porque mafiana traeremos dos-
cientas cincuenta calaveras simb6licas para demos-
trar aqui los crimenes de Prio y Grau, pues eso fu6
lo que imper6 en esa 6poca nefasta y que afortu-
nadamente fue el General Batista el que salv6 a la
Repfiblica de esas manos.

Yo hubiera querido oir esa Ponencia en la opor-
tunidad en que dia a dia se ensangrentaban las ca-
lles de esta Ciudad y a toda la Repfiblica de Cuba,
porque presidia el pais un aprendiz de "Cha-Cha-
Chf", como se ha exhibido en las Revistas de Cuba,
un hombre que no se ha sabido conducir con la
dignidad de un hombre...

Sr. Hernindez PBrez (Facundo).-Sr. Presiden-
te: para que el compafiero retire la palabra de "dig-
nidad de hombre", porque si el senior Grau San
Martin no esta present aqui para defenders, aqui
estfn compafieros para demostrarles que si la tie-
ne. ..

Sr. Caballero Brunet (Juan).-Yo no retire esa


frase si se me plantea en la forma en que lo hace
el compafiero Facundo Hernandez, aqui se le ha
dicho dictador a Batista, aqui se le ha dicho asesino
al Gobierno, y yo tampoco lo admito...

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-La Pre-
sidencia advierte a los sefiores oradores que se
conduzcan en la forma reglamentaria.

Sr. HernAndez P6rez (Facundo).-Yo acabo de
decir que aqui nunca se le ha dicho asesino al se-
fior Presidente, pero en el caso de Grau yo creo
que represent un ataque personal al senior Grau
San Martin.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-La Pre-
sidencia tuvo por hecha la aclaraci6n del Sr. Her-
nandez y espera del compafiero Caballero Brunet
que se produzca en la misma forma.

Sr. Caballero Brunet (Juan).-Dicha con este to-
no y con esa caballerosidad, retire cualquier frase
mortificante, aunque no retire lo del "Cha-Cha-
ChA", porque 61 lo ha dicho pfiblicamente.

Sr. Hernandez Perez (Facundo).-Esa es una mi-
sica popular cubana.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Conti-
niue en el uso de su interrupci6n el senior Caballero
Brunet.

Sr. Caballero Brunet (Juan): No quiero que se es-
time como una critical a los Legisladores del Comit6
Acci6n Democrdtica Independiente, ni quiero
que se interpreted como un ataque al procedimien-
to que se utilize, lo que si consider, Sr. Presiden-
te y sefiores Representantes, es que debemos lIe-
gar ya a la discusi6n mds concrete de esta Moci6n
que rechazaremos de piano, porque el Gobierno
ni el General Batista tienen responsabilidad con
esos hechos que se lamentan sinceramente, y va-
vamos en definitive a la discusi6n de una series
de iniciativas y de leyes que son para beneficio de
la patria y del pueblo de Cuba, que es definitiva-
I mente el que nos trajo a estos escafios.

Sr. President Godoy Loret de Mola).-Conti-
nue en el uso de la palabra el Sr. Guerra.

Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Sr. President y
compafieros Representantes: Yo decia, cuando su-
fri la interrupci6n del compafiero Caballero Bru-
net, que sentia intima satisfacci6n por haber trai-
do esta iniciativa de la Moci6n sobre los sucesos
del central Washington, porque ha dado oportuni-
dad a la misma, en el curso de los debates, a que
esto que ellos Hlaman acci6n para hacer conciencia
ha tenido la oportunidad de que se juzgue, porque
razones reiteramos nosotros nuestra preocuDaci6n
en un problema de tan extraordinaria importancia
como este, que no es como aqui han querido expre-
sar algunos compafieros que se veia la preocupa-
ci6n por el respeto y la protecci6n a que tiene de-
recho en su condici6n de Congresistas amparados
en su inmunidad parlamentaria, los distinguidos








36 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


compaineros Conrado Rodriguez y Conrado B6-
quer.

No ha sido tampoco el empeiio de una acci6n
oposicionista, porque nos hubiera bastado traer
en el texto la petici6n de censura al Gobierno de
la Repfublica o al Jefe de las Fuerzas Armadas
por los asesinatos de referencia. Estamos recla-
mando a plenitud de responsabilidad para que la
Camara de Representantes, que es expression y
iepresentaci6n del pueblo, acepte lo que hemos
pedido responsablemente, la integraci6n de una
Comisi6n no integrada por sefiores de uno o de
tal partido, sino de todos los miembros de los Co-
mites Parlamentarios, para que en una asociaci6n
de ideas, en un empeio de servir y de ser litil, se
llegara hasta el fondo del problema, se fuera a
la investigaci6n de los hechos, y que saliera de esa
Comisi6n una iniciativa que diera luz al seno de
la CAmara de Representantes, que nos permitiera
sentirnos satisfechos ante el pueblo y la clase
obrera, que contempla nuestra honda preocupa-
ci6n por los hechos del central "Washington".

Como dijo el compafiero Figueroa, existe den-
tro del Poder Constitucional, dentro de la vida
civil del pais, la acci6n del poder military que es
superior, por el hecho de que tienen las armas,
a la del poder civil, y que pretenden convertirse
en poder supremo de la ciudadania pisoteando,
desconociendo, estrujando eso que tiene que ser
sagrado para el gobernante y para el ciudadano,
la Carta Constitucional que rige los destinos del
pais, porque desgraciadamente, compafieros Re-
presentantes, donde la Constituci6n que rige los
destinos de un pueblo result un rollo de papel
sanitario, o sea, juguete caprichoso de aqu6llos
que tienen el deber y la obligaci6n por mandate
del pueblo de hacerlo cumplir y respetar...

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-Para una in-
terrupci6n, pido la palabra.
Sr. Soler Fernandez (Waldimiro).-Pido la pa-
labra para una interrupci6n.
Sr. Guerra Romero (Eliseo): Con much gusto.
Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene
la palabra el Sr. Del Toro.
Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-Sr. President
y sefiores Representantes: He pensado en este
largo debate que el militarismo y el juego son ma-
les de la Repfiblica desde su inicio. Desde ese
punto de vista, lo comprendo yo.
Por otra parte, casi se desprende de lo que han
dicho aqui los sefores Representantes de los par-
tidos de oposici6n, que el debate se circunscribe
a depurar responsabilidad de tres modestos miem-
bros de las Fuerzas Armadas: un teniente, un sar-
gento y un cabo... y siete soldados, si se quiere.

Se han tratado algunos problems graves y fun-
damentales que confront la nacionalidad, pro-
blemas de indole econ6mica, problems que se
han traido a colaci6n en relaci6n con este proble-


ma del central "Washington". Yo he oido que el
teniente Dominguez ha sido trasladado al regi-
miento de Santa Clara, se me ha dicho esto ayer
mismo. Hago estas aclaraciones poniendo hechos
a la vista. Estoy tratando de depurar de lo que
se ha dicho, los hechos concretos. Se ha dicho que
el teniente Dominguez actu6 en determinada for-
ma, y yo quisiera que se me dijera por los que
lo saben, si el teniente Dominguez actu6 por pro-
pia iniciativa, si actu6 cumpliendo 6rdenes del
capitin o del Jefe del Regimiento o cumpliendo
6rdenes del Estado Mayor. Porque yo s6 que el
Ej6rcito es una instituci6n jerirquica y discipli-
nada en que puede ser que el military se niegue a
cumplir 6rdenes que son injustas y entonces la
ley lo ampara a desobedecer a superiores, pero
me pregunto: ZPor qu6 actu6 en la forma que se
ha dicho el teniente Dominguez? Hay para resol-
ver esta cuesti6n un element muy important, y
ahora comprendo c6mo cobran virtualidad las pa-
labras del Ap6stol al decir que tenemos que en-
trarle a la res con la manga al codo. ~Vamos a
culpar de esos hechos a un teniente, a un sargen-
to y a un cabo? Yo le oi decir a un distinguido
compafiero, que cuando iban a entrar en la reu-
ni6n, el cabo les pidi6 que no entraran armados.

Ahora bien, yo tengo tanta fe en este Ej6rcito
de Batista, tanta fe en el Ej6rcito de Grau, en el
de Estrada Palma, y en el Ej6rcito de cualquier
gobierno que prefiero entrar desarmado en un
lugar sinti6ndome hasta mis garantizado que lle-
vando una pistola cuarenta y cinco. Tengo mis
fe en el hombre que lleva uniform si 6ste pide
que desarmen a todo el mundo que en mis propias
fuerzas de hombre y en mi propia pericia de ti-
rador.

Entonces ,a quin esta culpando el proponents
de la Moci6n? Males end6micos de la Repfublica
son el militarismo y el juego. Yo estimo que esta
Repiiblica debi6 haber establecido hace ya tiem-
po el servicio obligatorio, y entonces quizAs nun-
ca hubi6ramos tenido el militarismo que hemos
tenido desde los inicios de la Repfiblica. Y yo
digo y repito ,a qui6n se estA culpando? iEs que
se ha olvidado la Petici6n de Datos que constitu-
ye una prueba para resolver la cuesti6n- Pero es
que hay tanta prisa en esto que se olvida que la
Petici6n de Datos va camino del Ministerio de
Gobernaci6n, y vamos a aclarar en lo possible si
el Sr. Ministro de Gobernaci6n dice verdad o si
el Sr. Ministro de Gobernaci6n dice mentira. Cuan-
do tengamos ese element principal de la Petici6n
de si se impuso el telegrama o no se impuso, po-
seeremos una base para la discusi6n.

Repito ahora: ZActu6 el teniente Dominguez por
propia iniciativa, montado en su caballo y acom-
Dafiado por un sargento, o actu6 cumpliendo lo
que era su deber? Aqui nosotros discutimos, pero
en el Ej6rcito no se puede discutir. Si el telegra-
ma no existe, ese es un hecho fundamental; si es
tp6crifo, tambi6n debemos tenerlo en cuenta.
Este hombre modesto montado en su caballo -rei-
tero esta pregunta que es la clave-, c6mo actu6?









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 37


iA impulses de lo que crey6 su deber? iEn con-
nivencia con el patrono del central?

Nadie ha combatido aqui al Ej6rcito en el caso
concrete que nos ocupa, como una Instituci6n. Yo
digo y repito que es un mal de la Repdblica desde
que 6sta naci6.

Ocurre lo mismo con el juego. Aqui en la Ca-
mara nos cenimos al cumplimiento de la ley, pero
todos nosotros, en el moment en que hemos teni-
do nuestro turno en el gobierno de nuestro pais
presionamos a la policia, increpamos al jefe del
puesto o de la secci6n para que salve a nuestro
amigo el papeletero, cuya acta se esta levantando,
por infracci6n de las leyes en la estaci6n de poli-
cia o en el cuartel de la guardia rural. De ahi, que
pudi6ramos decir aquello de que quien est6 libre
de pecado que lance la primer piedra y me la tire
al rostro. Despu6s del 10 de Marzo, yo he llevado
acusado a los tribunales a un teniente Jefe de la
Secci6n de Col6n porque habia abusado de su au-
toridad, y fue ante la Audiencia de Matanzas, res-
pondiendo, porque el Juez de Instrucci6n, a pesar
de ser un hermano de un Coronel del Ej6rcito, en
se:vicio active, lo process y to sent en el banqui-
11o de los acusados, siendo el Tribunal el que dict6
sentencia absolutoria.

Si a mi me llegase a ocurrir el caso del compa-
fiero, acuso al teniente o al sargento y los llevo a
los tribunales, aunque 6stos lo absuelvan, pero yo
cumpliria con mi deber.

Ahora bien, concretamente yo digo que es con-
veniente que la Camara resuelva que en definitive,
al hacer los cargos, se hagan con los elements de
juicio que se tienen, o sea, si el teniente Dominguez
actu6 por su cuenta, o si cumpli6 en aquel moment
6rdenes del Jefe del Ej6rcito que le orden6 en
aquel moment que cumpliera 6rdenes y disolviera
aquella asamblea de obreros.

Esto es muy important, para ver quin es el
responsible que ensangrent6 las camisas blancas
de los trabajadores. Es important, repito ir al
fondo del problema, con la manga al codo para
ver si es el teniente, el capitdn, el Jefe del Estado
Mayor o quien sea, el responsible, porque la cosa
carece de trascendencia para el Gobierno, si se li-
mita, tal parece, como van las cosas, a un suceso
en que unos hombres tuvieron la culpa de perder
la vida, o a una acusaci6n intranscendente contra
un sargento, un cabo y siete soldados.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Conti-
nue el Sr. Guerra Romero.

Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Sr. President y
sefiores Representantes: En la oportunidad en que
el Representante Del Toro pidi6 la palabra, yo de-
cia que si existe dentro de la vida constitutional
del pais la reiteraci6n de un empefio de manteni-
miento de un poder superior por el hecho del dis-
frute de las armas que paga la Repiblica, y vestir
uniforms que paga la Repfblica, es decir, el pue-


blo, para aquellos que los llevan, en lugar de cons-
tituir vigilancia y seguridad, result preocupaci6n
para los derechos ciudadanos, y para el cumpli-
miento estricto de la ley.

Decia el Representante Del Toro, que se trataba
de una acusaci6n, de un hecho intranscendente.
Yo no s6 a d6nde van encaminadas sus palabras,
lo que 61 queria defender, o lo que 61 queria razo-
nar, lo que si no puede calificarse de intranscen-
dente es el hecho que late en el seno del pueblo
trabajador de Cuba desde Maisi a San Antonio, y
que esta latente en las pAginas de la prensa escri-
ta y en los espacios radiales de orientaci6n y com-
bate.

No puede llamarse intranscendente a un hecho
que ocurre en el local de un sindicato en una mu-
nicipalidad, cuando el mismo descansa en el per-
miso para la celebraci6n de una asamblea que con-
cede un Alcalde, al amparo de los articulos 211 y
212 de la Constituci6n.

No puede llamarse intranscendente a un hecho
en el que corri6 la sangre y en el que se enarbola
un teleg ama pasado en una oficina de correos de
La Habana, ni puede ser intranscendente el que
unos miembros de la fuerza publica violando la
Coustitucibn maltraten a unos trabajadores que
estAn reclamando el respeto al trabajo para no con-
vertirse en parias de la sociedad.

Sr. Toro Cabrera (Jose A. del).--Me permit
S. S. una interrupci6n, con la venia de la Presi-
dencia?

Sr. Guerra Romero (Eliseo): Con much gusto.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene la
palabra para una interrupci6n el Sr. Del Toro.

Sr. Toro Cabrera (Jose A. del).-Para mi es
trascendente cualquier atropello en d o n d e se
afecte a la colectividad. La palabra intranscenden-
te la uso en cuanto al debate del Parlamento.

El compafiero sabe, al igual que todos los lide-
res obreros, que no basta el permiso del Alcalde
Municipal, para que sea concedida la celebraci6n
de una asamblea, sino que hace falta gestionarlo
en el Ministerio de Gobernaci6n.

Ahora bien, yo le pregunto, Zsi used fuera te-
niente del Ejercito -y no me estoy justificando
con el caso del "Washington"-, y recibe 6rdenes
del Estado Mayor, qu6 haria usted? Trataria de
disolver la reuni6n, pero hay un hecho cierto, de
ahi la transcendencia de la respuesta que habri
de enviar a la CAmara el Sr. Ministro de Goberna-
ci6n, y es lo referente al telegrama, diciendo la
verdad o faltando a la verdad.

Entonces aqui podremos debatir este asunto, que
no se va a tratar en la sesi6n de hoy solamente,
sino que cuando llegue la contestaci6n a la Peti-
ci6n de Datos, tendremos que tratar la cuesti6n.









38 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


Crea el compafiero que a mis cuarenta y cuatro
afos, a mi no me afecta nada personalmente, por-
que aqui todos somos afectuosos, y fuera de las
banderias political, casi pudi6ramos decir que nos
que.emos, pero lo que me afecta es que se ter-
giversen mis palabras, no me importa que todos
los obreros del "Washington" me pongan ante la
pared pfiblica si estoy sintiendo los intereses del
pueblo, porque por encima de los intereses de los
obreros del "Washington", estdn los intereses de
la Naci6n, de esta Naci6n tan sufrida que desde
hace mAs de cincuenta afos sufre del militarismo,
de la "bibijagua", y de todos esos vicios que esta-
mos sefialando. La diferencia esta en que usted
se remite al gobierno de turno. Esa es la dife-
rencia.

Sr. Bequer Diaz (Conrado).--MMe permit una
interrupci6n el Sr. Guerra, con la venia de la Pre-
sidencia?

Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Con much gusto.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene
la palabra el Sr. B6quer.

Sr. Bequer Diaz (Conrado).-Sr. President y
sefiores Representantes: He pedido la palabra de
nuevo, porque aqui se insisted en traer a colaci6n
el telegrama de los hechos sangrientos del central
"Washington". Nada tiene que ver el telegram
en si con la balacera y con los tiros ocurridos en
el central "Washington", como pretenden demos-
trar algunos compafieros.

Cuando nosotros interpretamos y exponemos los
hechos, decimos claramente que el teniente Do-
minguez ni siquiera se dign6, como ocurre en
otras muchas parties, mirar el telegrama. Noso-
tros, por mecAnica sindical sabemos que aunque el
Ministro de Gobernaci6n, y 6ste que tenemos ac-
tualmente tiene dificultades con los militares, por
no ser de origen del 10 de Marzo, porque 16gica-
mente ellos miran con simpatia a los que partici-
paron en el Golpe; pues ni a aqu6llos ni a 6stos le
hacen caso alguno a sus telegramas; ellos se rigen
exclusivamente por las 6rdenes del Estado Mayor;
y 61 nos manifest que tenia orden del Estado Ma-
yor de que alli la Asamblea no se celebrara. Eso
ocurre en "Hormiguero", en "Victoria", y en una
series de centrales cuando no quiere el Ej6rcito que
se realice la Asamblea, y tenemos que decirles a
los compafieros que tenemos que suspender para
otra oportunidad. Y hay veinte casos como 6ste,
no es uno s61o. Este hecho se produce por reacci6n
ins6lita de estos militares, que han denigrado el
traje del Ej6rcito y que han creado una situaci6n
que lamentablemente nosotros no queriamos que
ocurriera, porque si no hubieran ocurrido estos
hechos nosotros no estariamos aqui discutiendo, ya
que nosotros somos hombres responsables en la
lucha laboral e incapaces por tanto, de provocar
hechos de esta naturaleza para venir a propiciar
"shows" o a hacer political con ello.


Sefiores: estos hechos hay que condenarlos, por-
que se ha balaceado vilmente, se ha cometido atro-
pello; y es mis, la Constituci6n dice que el Minis-
tro de Gobernaci6n no se puede negar a dar esos
permisos; la Constituci6n dice -y lamento que no
se encuentre present ninguno de los que pertene-
cieron a la Asamblea Constituyente-, pero se pue-
de ver en el Diario de Sesiones. La Constituci6n
dice en su articulo 37:

"Articulo 37.-Los habitantes de la Repfiblica tienen
el derecho de reunirse pacificamente y sin armas, y el
desfilar y asociarse para todos los fines licitos de.la
vida, conform a las normas legales correspondientes,
sin mas limitaciones que la indispensable para asegu-
rar ol orden piblico.

Es ilicita la formaci6n y existencia de organizaciones
political contrarias al regimen de gobierno represen-
tative democratic de la Repfiblica, o que atenten con-
tra la plenitud de la soberania national."

Sefiores, sin mas limitaci6n que lo indispensable,
precisamente para asegurar el .orden pfblico.
iCuAl es la limitaci6n para asegurar el orden pfi-
blico? Pues comunicarle a las Fuerzas Armadas
que se va a celebrar una Asamblea. iQu6 raz6n
existe para que un Ministro niegue un permiso?
Nunca lo niega, siempre lo da; pero los militares,
de acuerdo con su criterio, suspended la Asam-
blea.

Ahora se dice que el Ministro neg6 el permiso.
No es verdad. No recibimos telegrama de denega-
ci6n. Ademis, 61 no puede denegarlo. Nosotros
guardamos los telegramas en el Sindicato, porque
en definitive eso no funciona, lo que funciona es
la orden del Estado Mayor, que disponga la cele-
braci6n de la Asamblea. Y a ese Sr. le pedimos
quince minutes para decirles a los trabajadores
que la dariamos el pr6ximo sibado y ocurrieron
los hechos, porque este Sr. tiene una tara o es un
criminal en definitive, que tira contra los trabaja-
dores indefensos y que les da plan, despu6s de es-
tar enterados que nosotros somos Congresistas.

Esa es la verdad, Sr. President y sefiores Re-
presentantes, y no queremos ahora hablar de tele-
gramas, porque de telegramas estoy harto. Eso de
los telegramas es una boberia, que, por ejemplo,
dicen que en el caso de Guanajay le faltaba una
coma, porque le sobraba una palabra, y un rengl6n
en el otro.

En definitive, el Ministro impuso el telegrama,
y los Jefes Militares los guardian, y si les conviene
los entregan o si no, no los retienen.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Conti-
nfia en el uso de la palabra el Sr. Guerra.

Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Sr. Presiden-
te y...








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 39


Sr. Toro Cabrera (Jose A. del).-Para una pre-
gunta, Sr. President.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene
la palabra el Sr. Del Toro.

Sr. Toro Cabrera (Jose A. del).-Sr. President
y sefiores Representantes: Yo queria saber si el
compafiero Conrado B6quer vot6 la Petici6n de
Datos al Sr. Ministro de Gobernaci6n, porque en-
tonces vot6 una boberia.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Conti-
nia en el uso de la palabra el Sr. Guerra Romero.

Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Sr. President y
sefiores Representantes: Ha dicho...
Sr. Amador Rodriguez (Juan).- iMe permit
una interrupci6n, muy breve, el compafiero, con
la venia de la Presidencia?
Sr. President (Godoy Loret de Mola.--iAccede
a ella el Sr. Guerra?
Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Con much gusto.
Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene
la palabra el Sr. Amador.
Sr. Amador Rodriguez (Juan).-Sr. President y
sefiores Representantes: No teman porque no voy
a consumer un turno sino sencillamente voy a
abundar brevemente en los arguments del com-
pafiero Conrado B6quer. Yo soy el primero en
lamentar que esta cuesti6n haya torado rumbos
diferentes. Yo dije el pasado mi6rcoles, cuando
adverti que el planteamiento nuestro a los compa-
fieros de la CAmara iba a ser de mera informa-
ci6n para que se acordara una protest o se de-
mandara de las autoridades una investigaci6n que
depurara las responsabilidades.

Yo oi ahora a B6quer hablar del telegrama y
se me ocurre, a manera de abundamiento, decir
brevemente lo siguiente: ,c6mo es possible que se
pueda suponer que si las autoridades tienen algu-
na duda en relaci6n con que se celebre un acto
permitan que tres o cuatro mil personas pacifi-
camente concurran en camiones, a carretas, a ca
ballo, a pie, de distintos lugares, controladas por
las fuelzas pfiblicas; vengan por las calls, se ba-
jen de las guaguas, lleguen a un local donde se
va a celebrar un acto y entonces ahi, en ese acto,
estin las autoridades, y las autoridades reciben a
esos sefiores, les someten a registro, los chequean
y los dejan pasar para que se reinan? Quiere de-
cir que no hubo ningfin incident de que ese acto
era un acto ilicito, ya que las autoridades permi-
tieron perfectamente que concurrieran los traba-
jadores y penetraran pasivamente en el local.

Esto quiere decir que las autoridades tenian, o
las personas que intervinieron en este caso -que
yo me permit limitarlas precisamente a los res-
ponsables-, estaban premeditamente preparando
la agresi6n, esperaron a que vinieran los trabaja-


dores, los registraron, se percataron de que no
tenian armas y entonces los agredieron artera-
mente. Esperaron que estuvieran dentro del local
pacificamente y con las armas que deben utilizar
en la defense de la Repfblica agredieron a aque-
llos trabajadores inermes que alli se reunian. Asi
que el telegrama en cuesti6n no tiene ninguna
trascendencia, porque exista o no el telegrama, lo
que si existi6 es que se prohibit por las autori-
dades aquella reunion pacifica. y posteriormente
sin previo acuerdo, sin previa provocaci6n por
parte de los trabajadores, ni de los Representan-
tes que estaban alli fueron agredidos arteramente
los trabajadores, por lo que no hay que hablar mis
del telegrama ni del permiso, ni si es o no licito.
Era licito cuando fu6 permitido que se reunieran
alli miles de trabajadores para celebrar el acto.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Conti-
nle el Sr. Guerra Romero en el uso de la palabra.

Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Sr. President y
Sres. Representantes: Yo voy a rogar a los dis-
tinguidos compafieros de este Cuerpo que me per-
mitan ya producer mis palabras finales para ter-
minar este turno, que se ha ido extendiendo por
la cantidad de interrupciones a las que, ratifican-
do el concept de interpretaci6n de la gentileza
y el compafierismo, no habiamos querido negar-
nos en ninguna oportunidad en que eran solicita-
das por distinguidos compafieros de la Mayoria
gubernamental, ni por nuestros fraternales com-
pafieros de los bancos de la Oposici6n.

Yo voy a terminar mi intervenci6n de este de-
bate en favor de mi Moci6n, porque yo s6 que
hay inquietud en el espiritu rebelde del compafie-
ro Diaz Balart, para producer su defense a los cri-
terios gubernamentales contra mi iniciativa; pero
para terminar en este pronunciamiento, defen-
diendo la aprobaci6n de mi Moci6n, y reclamando
la expresi6n de los concepts de responsabilidad
de esta abrumadora Mayoria de los Partidos de
Gobierno, quiero recorder las palabras de Figue-
roa, el liberal, abundando en la raz6n de nuestra
Moci6n, y quiero ratificar asimismo, en reiteraci6n
responsible a estos distinguidos compafieros de
los Partidos de Gobierno, que no puede justificar
un hecho brutal y cobarde una acci6n artera que
produce miembros de la fuerza pftblica, deshon-
rando el uniform que visten, traicionando la con-
fianza del propio Gobierno, que le confia el cargo;
traicionando la confianza del pueblo que paga las
posiciones, confiando en que han de velar por el
espiritu de la Ley y de la Constituci6n, que se
van a proteger sus derechos de ciudadanos; que
se van a vigilar vidas y haciendas, y que haciendo
letra muerta la Constituci6n de la Replblica, que
es lo que importa, olvidan el articulo 37 que ga-
rantiza el derecho de reuni6n, y que habla espe-
cialmente de las garantias del orden pfiblico, y en
este caso del Central "Washington", los mas inte-
resados en conservar el orden pfiblico, los mAs
celosos y preocupados del orden y la normalidad
de aquella asamblea eran los propios obreros, que
querian reclamar el imperio de la Ley al am-








40 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


paro de la Constituci6n y el respeto a su condi-
ci6n de obreros de aquella finca azucarera. Eran
los interesados en el mantenimiento del orden pfi-
blico, porque queiian garantizar de esa forma la
raz6n, y la moral que los acompaiiaba en su causa
digna.

Se ha pedido que no se haga referencia del
tantas veces menclonado, maldito telegrama falso,
y es inutil, porque ni uno ni 20 telegramas falsos
que puedan tomarse para justificar el crime co-
barde, el atropello vil, contra la masa de pueblo
indefensa que ejercita un derecho de reunion, que
llega hasta el local en que se le convoca, como
ha dicho Juan Amador Rodriguez, en carretas, en
caravanas, en que se le permit arribar al local
del Sindicato para realizar aquella Asamblea, que
de Asamblea se convierte en tribune de denuncia,
de falta de garantias, de falta de confianza en el
pueblo, de desconocimiento quizas del concept
de autoridad cuando se hace de aquella funci6n
un instrument contra el propio pueblo, que es,
en defmitiva, junto a la Constituci6n de la Repiu-
blica, el tribunal soberano para emitir un criteria
y para hacer un anAlisis.

No hay que hablar del telegrama falso para jus-
tificar la suspension de la Asamblea del Central
"Washington". iEs que acaso un gobierno demo-
cratico, en paises que se dicen distrutan de liber-
tad, por el hecho de que se produzca la acci6n
de declaraciones y propaganda que no existe un
telegrama official, se pueda ametrallar impune-
mente a una masa indefensa de pueblo, se puede
producer de una maneia descarada la accion de
los miembros de la fuerza pdblica, diciendo que
alli estaban los Conrados, que eran Representan-
tes, y recibiendo mas tarde las amenazas del Jefe
del Distrito, diciendo que iban a seguir siendo ti-
roteados en los Centrales de Las Villas. Si estas
palabras y estos hechos no son denuncia de que
la libertad no se disfruta, si estas palabras y esta
acci6n no son denuncia que la libertad result un
privilegio, que la Constituci6n es un mito, que se
quiere hacer timba de intereses y de pasiones, en-
tonces yo no s6 cuAl es la interpretaci6n que ten-
ga que producirse a la barbarie de esa massacre,
que quiso registrarse en el Central "Washington",
cuando la fuerza pfblica en dos ocasiones descar-
garon las armas de la Repfblica, que son las ar-
mas del pueblo, contra el pueblo trabajador del
Central "Washington".

Aqui se dijo por Figueroa que no era solamente
el caso del Central "Washington". Mencion6 la
acci6n del atropello en Jefaturas de Policia y en
Cuarteles, y cuAnta raz6n tiene el distinguido
miembro del Partido Liberal. Se hace un mito,
se olvida la significaci6n de la Constituci6n que
garantizan los articulos 27 y 28, la acci6n del de-
tenido; expresa que no se podri ejercer violencia
sobre el detenido, el articulo 28; y el 27 sefiala
que no se puede producer detenci6n sin presentar
a las veinticuatro horas siguientes a los detenidos
a los Tribunales de Justicia; y hoy en Cuba se
hace violencia sobre los detenidos en Cuarteles y


en Jefaturas de Policia. Ahi estan las Oficinas del
Seivicio de Inteligencia Militar, en la Ciudad Mi-
litar, que estan convertidas en cAmaras de tortu-
ras, como en tiempos de Hitler y Mussolini, y se
ejerce violencia sobre los detenidos. El Represen-
tante que habla puede decir, que en la oportuni-
dad en que estabamos en receso, tuvo que ir a
las Oficinas del Servicio de Inteligencia Militar
a investigar el paradero de un amigo que llevaba
tres dias ausente del hogar y la familiar ignoraba
donde se encontraba. Yo llegu6 a las Oficinas del
Servicio de Inteligencia Militar y alli se me dijo
que no estaba; despues, que habia ido a pasear
con un CapitAn. Se me pidi6 que me retirara y
que horas mas tarde me darian noticias por tel6-
fono. En mi despacho recibi yo en horas de la
noche la noticia de que aquella persona que se
decia que no habia estado detenida y que despues
habia ido a pasear, habia sido puesta en libertad,
iy en que condiciones lo contemplaban en su ho-
gar!... Las costillas fracturadas, las carnes tor-
turadas por aquellos que mAs que funcionarios y
hombres de autoridad responsible, habian clasifi-
cado como bestias salvajes, que constituian un es-
carnio y afrenta de la sociedad y de la Repfiblica.

Este caso del "Washington", estas expresiones
que hemos hecho aqui esta tarde, que para los
compafieros del Gobierno se interpreta en justi-
ficaci6n de nuestra postura oposicionista, no debe
verse con tan misero espiritu. Hay que ir por
encima de las querellas partidistas; hay que ir por
encima de la condici6n de gubernamentales o de
oposicionistas. Hay que tener sensibilidad huma-
na, hay que medir, por sobie todo, el concept de
responsabilidad y la condici6n de humans, her-
manos de esos mismos que se mutilan y atrope-
llan por los Cuerpos Armados en la Repfblica,
con el falso nombre de una democracia que se
pregona como si fuera el caf6 de a kilo en las
esquinas. Este caso del "Washington", este plan-
teamiento nuestro, deberd servir para una acci6n
conjunta tendiente a garantizar de verdad el cli-
ma constitutional en nuestro pais, que es la via
definitive para encauzar la nave national, para de-
fender los Aridos caminos de la paz; para que de
nuevo surja la confianza en el hombre de la capi-
tal y en el hombre del campo, para que surja de
una vez el aliento de esperanza del padre de fami-
lia, de que la ley y el trabajo garanticen su dere-
cho de comida y bienestar en su hogar, por hu-
milde y modesto que sea.

Vayamos en una acci6n responsible, en un ele-
vado concept de ciudadania, en la interpretaci6n
que tenemos que hacer de nuestra funci6n de Con-
gresista, Congresistas del pueblo, sin banderias,
en la calle, la ideologia en la tribune y la acci6n
pasional en la oportunidad de trabajar por la con-
quista del Poder y escribamos una pagina respon-
sable, que nos haga sentirnos dignos de nuestros
propios actos: por Cuba y por el pueblo. Porque
mientras se ahonde en la division de la familiar cu-
bana, mientras se imponga la acci6n y la violencia
sobre la voluntad y el sentido mayoritario de pue-
blo, los destinos de Cuba seguirAn dando tumbos,








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 41


las muertes continuarin en el camino, las friccio-
nes seguiran apareciendo y las prisiones seguirin
apretando en sus rejas a los hombres de buena vo-
luntad que no quieran convertirse en instrumen-
tos de tirania y serial de opresi6n y de ignorante
responsabilidad de hechos tan repugnantes como
estos ocurridos en el central "Washington" y otros
tantos que se repiten de uno a otro rinc6n de la
Repfblica.

Yo quiero pedirle a la Mayoria gubernamental,
reiterando una vez mas que aqui estamos represen-
tando al pueblo y no a partidos politicos, en pro-
blemas de esta naturaleza, que aprobemos esta
Moci6n, para ir a un trabajo fecundo de investiga-
ci6n que arroje luz, sin apasionamientos ni intere-
ses mezquinos, para que resplandezca como con-
secuencia de esa gesti6n una iniciativa que ha de
tener el aplauso y consensus de la familiar traba-
jadora, que esta acosada de preocupaci6n con esta
tragedia del central "Washington". Si no se le po-
ne freno a esta situaci6n; si el Gobierno no hace
que ocurra el alto en el camino, podrian repetirse
estos hechos en los tantos y tantos sindicatos azu-
careros que tiene nuestra Repfiblica.

Nada mas.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. CAndido Mora para contestar alu
siones.

Sr. Mora Morales (Candido S.): Sr. President y
sefiores Representantes:

Voy a ser muy breve, poique ya me mira im-
pacientemente el lider del Partido Mayoritario y
parece que tiene temor que mi torpeza vaya a in-
vadir las cosas, el terreno que 61, de una manera
brillante -como es su costumbre- habra de to-
car. Tengo la seguridad que 61 se imagine que es
a mi a quien corresponde defender al Gobierno y
olvida que mi tesis -mantenida en todos los mo-
mentos- no es otra que al Gobierno de Batista
no hay que defenderlo, porque tiene al pueblo con
61, porque es un gobierno sano y porque es un go-
bierno probo.

Me voy a concretar a contestar la alusi6n per-
sonal que me hizo mi fraterno amigo el lider del
Partido Revolucionario Cubano (Aut6ntico). Des-
pu6s, en otra oportunidad, hablar6 de la "bibija
gua"; hablar6 de las frases futiles, si se quiere, de
uno de los Conrados. Le dir6 igual: a Santiago
Rey no hay que defenderlo. Esta demasiado alto.
Y agradecer6, en definitive, las palabras que 61
pronunciara, porque si alguna duda tuve, estas
frases me sacaron de ella, es decir, de las referi-
das dudas.

Dije en otra oportunidad que los lamentables
sucesos del central "Washington" se habrian de
tomar como motive para escenificar un "show",
donde justificar a su manera el desempefo de un
acta de Representante por un partido de la Opo-
sici6n. Y dije que se pretenderia, quizAs, tambi6n


hacer aparecer que fueron hechos al amparo de
esa dictadura de Batista, de esa frase tan socorri-
da, que de serlo yo llamaria "bendita dictadura",
que me permit decir lo que quiero y cuantas ve-
ces quielo. No como en Rusia, donde se puede de-
cir todo lo que uno quiere, pero por una sola vez.

Aqui no, mis queridos compaieros de la Opo-
sicion. Aqui se puede decir todo cuantas veces
lo quiera uno y a nadie le pasa nada ...

Sr. Rodriguez Portuondo (Luciano): Para una
cuesti6n de orden al amparo del articulo 124 del
Reglamento...

Sr. Mora Morales (CAndido S.): Ahora viene el
compaiero con una cuesti6n de orden y no recuer-
da que nosotros los dejamos pronunciarse con to-
da amplitud...

Sr. Amador Rodriguez (Juan): Para un ruego pi-
do la palabra.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. Amador.

Sr. Amador Rodriguez (Juan): Yo rogaria al com-
pafiero que no planteara ninguna cuesti6n de or-
den, a fin de que los Representantes del Gobierno
puedan exponer sus criterios.

Sr. Rodriguez Portuondo (Luciano): Es que el
Sr. Mora estaba contestando alusiones. Pero ac-
cedo al ruego y retire mi question de orden.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Retirada
la cuesti6n de orden continiia en el uso de la pa-
labra el Sr. Mora.

Sr. Mora Morales (CAndido S.): Sr. President y
sefiores Representantes: Muchas gracias, compa-
fiero. Recuerdo que la Oposici6n tuvo oportuni-
dad de decir lo que quiso y cuantas veces quiso,
y tuvo oportunidad de repetir lo mismo, que dijo
cuantas veces quiso.
Decia que los lamentables sucesos del central
"Washington" servirian como pretexto para decir
que Batista era un asesino; y yo recordaba a unos
y hacia saber a otros un hecho que presenci6 cuan-
do estudiantes del Comit6 Universitario del 30 so-
licitaban las Haves de los calabozos de la Cabafia,
para asesinar a todos los detenidos que se encon-
traban guardando prison por haber pertenecido,
simpatizado de una manera u otra, con el gobierno
de Machado, ese gobierno que combat y que des-
pu6s que vi los gobiernos de Prio y de Grau tuve
que lamentar haberlo combatido, porque Machado
fu6 superior en todo a Grau San Martin, puedo
decir que era superior, poique a esa lista de cri-
menes que le imputan a Batista se dijo un nombre,
el de Mario HernAndez, poro no se dijo a quien se
le imputaba esa muerte.

Que lo diga, para que mencione el nombre de un
Senador del partido de 61, que era General en aquel
entonces.








42 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


ZPor qu6 no terminamos? iPor qu6 no infor-
mamos bien a esa opinion pfblica? i2Por qu6 no
decimos verdad? iPor qu6 no tenemos ese valor?
y en el hecho a que me refiero, -no miento el
nombre,- quien encabeza ese grupo es legislator
actualmente, y si el compafiero Facundo HernAn-
dez me hiciera el honor de citarme yo le habria
de llevar para sacarlo de dudas, aunque en su
fuero interno no duda de lo que estoy diciendo,
pero quiere que la opinion pftblica dude de mis
palabras.

Alli dije y hoy mantengo, que fu6 quizAs el pri-
mer gesto en que Batista se manifest como un
hombre responsible de gobierno, cuando categ6-
ricamente se opuso, en esa celebre madrugada, ale-
gando que ya no era el Sargento Batista, que era
el Jefe de la Revoluci6n y que al amparo de su
nombre nunca podrian cometerse asesinatos de in-
defensos press.

Lo dije, lo presenci6, y puedo probarlo; dije que
gracias a Batista fue possible contener la turba pue-
blerna q'le en las calls asesinaban dia a dia y
noche a noche, secuestraban y asaltaban hogares
so pretexto de haber sido antimachadistas, y quie-
nes amparaban moralmente a esas turbas no era-
mos otros mAs que nosotros mismos, los que re-
nreentihamn po o Dirpptnrin


dia no me dejaran mentir. Tiene aclarada la pre-
gunta.

Sr. Escobar Quesada (Francisco R.): Pido la pa-
labra para una alusi6n.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Para con-
testar alusiones tiene la palabra el Sr. Escobar.

Sr. Escobar Quesada (Francisco R.): Sr. Presiden-
te y sefiores Representantes: En su oportunidad hi-
ce uso de la palab a para aclarar un concept de lo
que mal llamamos "bibijagua".

Hube de decir, que aunque yo aparecia aceptan-
do la legalidad de la "bibijagua", en esa oportuni-
dad aclar6 que formaba parte de un Comit6 que
se habia formado en la Asociaci6n de Hacendados
para evitar que se repitieran estos casos en la pr6-
xima zafra. Yo invite para que se hiciera una ley
para evitar que esa "bibijagua" siga haciendo mal,
y me limit a decir que yo estimaba que los obre-
ros tenian que ver con buen gusto la "bibijagua",
eso fu6 lo unico que yo me limited a decir. Inme-
diatamente intervene el compailero y cogiendo
mis palabras me hace pensar y poner en dudas que
si ahora mismo que yo me acabo de expresar en
esa forma, interpreta mal mis palabras, para de-
cir In nmp vo no diip es 16oico nue tambi6n nonga


en dudas sus palabras en relaci6n con el caso del
iPor qu6 no decir la verdad y rectificar los erro- central "Washington".
res? iPor qu6 no reconocer que en ese Directoiio
del 30 uno de sus principles dirigentes fue Presi- Me voy a referir a otro caso que se ha dicho
dente de la Repfiblica 2Y por qu6 no hablar de las aqui. Se dice que un telegrama del Ministro de Go-
pandillas que por miedo y por conveniencia 61 am- bernaci6n no se le hizo caso por el Ej6rcito. Yo
paraba? ,Por qu6 no decir que no se podia ejer- quiero decirle al compafiero que el Ministro de Go-
cer ni siquiera la profesi6n de Abogado cuando con bernaci6n al otorgar un permiso por un telegra-
la defense se podia lesionar los intereses de uno ma se lo comunica al Estado Mayor inmediatamen-
de esos pandilleros? iPor qu6 no decir de las coac- te y es el Estado Mayor el que d, la orden al Ej&rci-
ciones de que fuimos objeto? iPor qu6 el coman- to para que se efectie el acto. Si ese telegrama no
dante Becerra, hoy Senador de la Repuiblica, no lleg6 al Estado Mayor 16gicamente la reunion es
dijo cuantas veces tuvo que ampararnos para po- illegal. Yo me qued6 azorado cuando oi decir a
der visitar press en el ejercicio licito de nuestra Amador que miles de hombres se refnen pacifi-
profesi6n? iPor qu6 alli me esperaban pandille- camente por las calls y van pacificamente a cele-
ros amparados y protegidos de un modo u otro brar una reuni6n: Si el articulo 37 de la Constitu-
por el gobierno que los llamaba a conferenciar a ci6n dice clara y terminantemente, de acuerdo con
Palacio? iPor qu6 no decir que en un celebre pro- las 6rdenes legales no se pueden reunir y la norma
ceso, donde me cupo el honor de participar en com- legal es el permiso de Gobernaci6n, es decir, que
paiiia de quien es hoy Presidente de nuestro Cuer- aqui se ha tratado un hecho que todos lamentamos
po Legislative, fui coaccionado muchas veces para y ha sido un monument tan grande que parece
no ejercer el derecho de mi profesi6n? iPor qu6 horrible. Es como aquel hombre que va por la ca-
no decir c6mo yo, que combat a Batista equivoca- lle y cuando siente que un policia le pone la mano
damente y rectifiqu6 cuando conoci a Prio y trat6 encima por algo illegal que esta haciendo, dice:
a Grau? ,Por que no se va a la eliminaci6n de lo iBatista es el que me hace esto!
bueno o malo, cuando se prueban las dos cosas?
Yo prob6 la oposici6n y las prisiones y disfruto, Nosotros somos hombres de pueblo, hombres po
ahora, de la garantia de la Dictadura, como llama liticos y creemos que estamos en ]a obligaci6n de
la Oposici6n a Batista, y hoy ya puedo hablar. aclarar al pueblo la realidad de los hechos
iPor qu6 no entrar en esas discusiones? iPor que
no ser sinceros y encausamos a ese pueblo que nos Hubo un suceso lamentable en el que somos los
di6 su voto para venir aqui? primeros en aceptar que no debi6 suceder. Suce-
di6, y se le quiere ahora echar la culpa a Batista,
Eso fue cuanto dije, mi querido Facundo Her- y se menciona el telegrama tantas veces aludido.
nAndez, y estoy dispuesto a probarlo, porque exis- En esa oportunidad, debieron haber hecho lo que
ten pruebas, las personas que intervinieron aquel hice yo cuando lleg6 el Ej6rcito, irme para mi ca-









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 43


sa y esperar la pr6xima oportunidad para plantear
la cuesti6n legalmente.

Para terminar, le digo al compaiero Conrado
B6quer que con much gusto me reunir6 con 61
para confeccionar esa ley y evitar el paso de la
"bibijagua" en el future.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): La Presi-
dencia acorde con su obligaci6n de encauzar el de-
bate y hallar soluciones, tiene, no obstante la li-
beralidad con que ha venido desenvolviendose esta
sesi6n, tiene que hacer, dado lo avanzado de la ho-
ra, una aclaraci6n.

Habiendo pedido la palabra para contestar alu-
siones, el Sr. B6quer y el Sr. Hernandez, en el tri-
mite de descargo de otras alusiones de los sefiores
Mora y Escobar, la Presidencia manifiesta lo si-
guiente: Sin perjuicio de las oportunidades en que
por la via de la interrupci6n pueda manifestarse el
Sr. Diaz Balart, en el uso de la palabra, en un tur-
no para contestar alusiones no se pueden recoger
otras alusiones que no sean protestadas en su opor-
tunidad.

Repito que no cabe contestar alusiones hechas
en descargo de otras alusiones.

Tiene la palabra el Sr. Diaz Balart.

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.): Sr. Presi-
dente y sefiores Representantes:...

Sr. Hernandez P6rez (Facundo): Para una acla-
aci6n, Sr. President, pido la palabra.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. HernAndez.

Sr. IIernandez Perez (Facundo): Sr. President
y sefiores Representantes: En el moment en que
el Sr. Mora hacia uso de la palabra y producia la
frase que yo estimaba que me aludia, yo me dirigi
a la Presidencia pidiendo la palabra.. No obstante,
la retire para no entorpecer la sesi6n.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. Diaz Balart.

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.): Sr. Presi-
dente y sefiores Representantes: Aunque reconoz-
co que result un tanto escabroso el consumer el
tarno reglamentario despu6s de que todos los com-
pafieros Representantes han permanecido tanto
tiempo en el hemiciclo 1o cual 16gicamente ha de
tenerlos algo cansados, estimo, sin embargo, que
este gigantesco "show" preparado por los Repre-
sentantes de la Oposici6n alrededor de los nechos
lamentables del central "Washington"...

(Abandona la Presidencia el Sr. Godoy Loret de
Mola y la ocupa el Sr. Vald6s Astolfi. Eran las
8 y 25 p.m.)

...Decia yo que este gigantesco "show" prepa-


rado por los representantes de la Oposici6n alre-
dedor de los lamentables sucesos del central "Was-
hington", a pesar de lo avanzado de la hora, es un
deber ineludible nuestro ...

Sr. Mora Morales (Candido S.): Para una inte-
rrupci6n, ~me permit el compaiiero?

Sr. Diaz Balart GutiBrrez (Rafael L.): En su opor
tunidad...

Decia que es necesario, a pesar de lo avanzado
de la hora y abusando de la benevolencia y bon-
dad de nuestros compafieros, presentar, tanto a
ellos, tanto al hemiciclo integrado por los Congre-
sistas aqui presents, como por el pfblico en la
tribune y a la opinion pfiblica del pais a trav6s de
la prensa que recoge todo lo que aqui se dice, que
es necesario que mostremos a dicha opinion, a con-
gresistas y al pueblo, la otra parte de la medalla
que aqui se ha presentado.

Se ha tratado de ensenar un solo lado; se ha tra-
tado, inclusive, de sepultar en una montafia im-
presionante de actitudes y de afirmaciones dema-
g6gicas, presentando parte de la verdad algunas
veces, falsedades otras veces, tergiversando hechos,
otras, cual es la verdadera situaci6n de este acon-
tecimiento que ha de darnos much que pensar an-
te la actitud asumida por los Representantes de la
Oposici6n.
Hay que tener en cuenta que en reunion de los
lideres de los Comit6s Parlamentarios de esta
CAmara con el Presidente de la CAmara
se tom6 el acuerdo, con la presencia de los
lideres de los Comit6s "Autentico" y de Acci6n
Democratic Independiente, de comisionar al Pre-
sidente de este Cuerpo para entrevistarse con el
-r. President de la Republica y esclarecer ese asun
to. Y el Comit6 de Acci6n Democratica Indepen-
diente al que pertenecen nuestros compafieros que
han sido eje en todo este asunto, se mostraron
plenamente satisfechos de la reunion del Presiden-
te de este Cuerpo con el Sr. President de la Repfi-
blica, y sin embargo, a casi un mes de aquellos he-
chos; despu6s de haberse autorizado por el Minis-
tro de Gobernaci6n la reunion del central "Wash-
ington" y cuando ya se llev6 a efecto esa reuni6n
con todas las garantias necesarias en la que pudie-
ron manifestarse, en toda su amplitud los criterios
de los alli reunidos; despues de easi un mes, cuan-
do hasta hay un procesam:enlo de un individuo que
fu6 a un tel6grafo del Ministerio de Salubridad a
poner un telegrama falso, despu6s de todos esos
Sacontecimientos, reitero, a casi un mes, los repre-
sentativos de la Oposici6n vienen squi a producer
un "show" de la dimension del que han querido
producer.
Sr. Guerra !7.siicri l, ''. i 'i,): Me permit S. S.
una interrupci6n con la venia de la Presidencia.
Sr. Diaz Balhrt Guti&rrez (Rafael L.): Con mu-
cho gusto.
Sr. President (Valdes Astolfi): Tiene la pala-
bra el Sr. Guerra Romero.








44 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


Sr. Guerra Romero (Eliseo): El ruego que quiero
hacer a la Presidencia, es que le recuerde al com-
pafiero Diaz Balart, que me permit hablar en fa-
vor de la Moci6n.

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.): Tengo in-
teres en igual sentido en que todos los compaieros
de la CAmara hagan uso de la palabra, por lo que
he de acceder a todas las interrupciones que me
hagan, eso si para no establecer discriminaciones
entire los distinguidos representatives de aqui y los
distinguidos compafieros del Gobierno, le ruego
al compafiero que vaya apuntando sus nombres
escalonadamente.

Lo inico que le ruego a los distinguidos com-
pafieros de aqui, sobre todo al impaciente e im-
petuoso compafiero Eliseo Guerra, es que tenga
la misma paciencia franciscana que yo tuve para
escuchar sus brillantes alegatos del Presidente del
Comit6 Parlamentario "Aut6ntico", si Facundo
HernAndez no me rectifica.

Yo decia que era extraordinariamente signifi-
cativo el hecho de que despu6s de todos estos acon-
tecimientos que sefialibamos se hubiera produci-
do aqui con tanto 6nfasis la representaci6n opo-
sicionista, haciendo gala de un ardor, de un enfa-
sis apasionado, que bien quisi6ramos nosotros que
estos distinguidos representantes que boy se sien-
tan en los bancos de la Oposici6n, hicieran gala
de esa misma pasi6n y de esos mismos ardores a
la hora de defender los fueros y la dignidad de es-
te Congreso, no s61o en este moment de una ma-
nera caprichosa, sino tambi6n para defenderlos,
cuando en la 6poca de Carlos Prio y Grau San Mar-
tin no lo defendieron. El Sr. Carlos Prio acaba de
hacer unas declaraciones en idioma ingles, escritas
por Fiallo, en las que fueron publicadas por el "In-
ternational New Service", en las que le dice a este
Congress las peores cosas y yo no he visto a los
distinguidos representantes de la Oposici6n, que
defienden la dignidad de este Cuerpo con tanta
pasi6n en algunas cosas cuando a ellos les interest,
defenderlo en esta ocasi6n.

Me siento altamente satisfecho por estas horas
y horas de amplio debate politico en relaci6n o en
torno a este tema, que nos ha de permitir a nos-
otros hablar de muchas cosas, y es precisamente
la voluntad de la Mayoria aqui representada, in-
clusive en acuerdos responsables tomados previa-
mente a esta sesi6n por los distintos ComitPs Par-
lamentarios de la Mayoria que hemos decidido, co-
mo aqui hemos probado en la larde de hoy, que
queremos hablar con toda la amplitud, inclusive
por encima de las interpretaciones del Reglamen-
to, y en varias ocasiones cuando various compafieros
han pedido cuestiones de orden u otros compane-
ros de la representaci6n gubernamental, empezan-
do por el lider coordinator, se ban retirado las cues
tiones de orden para que todos los compafieros pu-
dieran decir con extraordinaria liberalidad, con tan
extraordinaria liberalidad, que me siento altamein-
te satisfecho de haber esperado tantas horas, por-
que recuerdo la diferencia entire este moment que


Sestamos viviendo, en el que los legisladores de la
I Oposici6n pueden expresarse como dicen la Cons-
tituci6n y las leyes, y no como en otras 6pocas, en
que el sub-lider del Comit6 Parlamentario "Aut&n-
tico", entonces en el Gobierno, el distinguido perio-
dista Sr. Rolando Masferrer y Rojas, se atrevi6 a
venir aqui a denunciar a los pandilleros que en-
tonces regian el pais, y cuando sali6 de la Camara,
a pesar de su condici6n de Representante, a pesar
de su condici6n de sub-lider, sufri6 la vejaci6n de
ser secuestrado, no fu6 asesnado a mansalva, por-
que parece que Masferrer tiene siete vidas.

Todos saben que fu6 asi, y yo reitero, antes de
entrar al fondo de esta cuesti6n, que me siento al-
tamente satisfecho como hombre de gobierno de
que las cosas hayan cambiado tanto en Cuba, que
hoy que se habla de dictadura puedan decirse to-
das las cosas que se deseen, y que ayer cuando se
hablaba de Constituci6n, no se le permitiera al
sub-lider del Partido "Autentico", que era el go-
bierno, en este Hemiciclo, manifestarse de acuer-
do con sus deseos y sus pensamientos.

Lamento much no acceder al ruego de los ilus-
tres representantes proletarios del Comit6 Acci6n
Democr tica Independiente, que repetidamente,
como dijo el Sr. Escobar, han hecho 6nfasis en que
no se toque el punto del telegrama ap6crifo.

Quiero decirles que precisamente de lo que hay
que hablar es de ese telegrama, y hablar del tele-
grama porque el telegrama es Alfa y Omega, prin-
cipio y fin de todo este problema.

A tal punto esto es asi, que con muy buen jui-
cio, con buena tActica a la que se referia el Repre-
sentante de mi provincia, cuando recogia alusiones
de los representatives del Comit6 de Acci6n Demo-
cratica Independiente, que hicieron uso de una
alusi6n de 61, para decir que dijo lo que no dijo y
hablaron de la "bibijagua", de los atentados, de
las muertes. Yo tambien celebro que aqui se haya
sacado a colaci6n del archivo parece que un poco
empoivado, del ilustre Lider del Partido "Aut6n-
tico", Sr. Facundo HernAndez, de ciertos aconteci-
mientos narrados en la Revista "Bohemia", que,
por una casualidad, yo tengo aqui la copia exacta
de ese mismo articulo, y como ellos han querido,
como siempre, pintar la verdad a medias, yo les
voy a pintar la verdad entera.

Y hablando de esos atentados que se le atribuyen
a Batista, entire los cuales estA hasta el asesinato
de Maidique, que entire los veinte o no s6 cuantos
de la Revista "Bohemia", es de dominio pfiblico
que el atentado a Maidique fu6 una cuesti6n per-
sonal, y todos saben c6mo fu6 y que se encuentran
cumpliendo los responsables condenados por los
tribunales; he ahi tambien de ese partido no-nato
que tiene como quince dirigentes y ningin dirigi-
do, un articulo al cual tambien nosotros vamos a
hacer referencia; pero hablando del telegram re-
sulta que ellos, que comenzaron aqui apasionada-
mente defendiendo la Petici6n de Datos, que fue
acordada por unanimidad, Petici6n de Datos que








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 45


parece que quieren olvidar, porque los "aut6nti-
cos", entire una de sus caracteristicas fundamenta-
les tienen la de la mala memorial, y quieren que
se olvide todo lo que pas6 en Cuba en los ocho
afios del "autenticato", parece que ellds quieren
hacernos olvidar lo que aprobaron con sus votos.

Dice la Petici6n de Datos que informed el Minis-
tro de Gobernaci6n si efectivamente expidi6 el
permiso para la asamblea del central "Washing-
ton", es decir, que en esta Petici6n de Datos pre-
sentada por los "Aut6nticos" y los "Cadistas", y
defendidas por ellos tan apasionadamente, se con-
fiesa que la cuesti6n fundamental es el permiso.
Luego, nosotros no hemos olvidado esto, porque
lo votamos hace algunas horas, aunque los discur-
sos de los distintinguidos compaileros nos hayan
deleitado extraordinariamente, pero no es sufi-
ciente para olvidarnos. Pero inmediatamente des-
pu6s dicen los del Comit6 de Acci6n Democratica
Independiente que esto no tiene importancia, que
no se hable del telegrama, y ademis, despu6s de
decir que el telegrama es ap6crifo, y hacer una
series de inculpaciones, ahora dicen que no hace
falta el telegrama, que no hace falta autorizaci6n,
y echan mano a un articulo de la Constituci6n,
desde luego, en parte, como es caracteristico en
ellos, dijeron que no hace falta telegrama ni per-
miso, porque dicen que se puede reunir todo el
mundo, y leyeron un parrafito, pero olvidaron el
parrafo ultimo, que ley6 Escobar en toda su exten-
si6n.

Aqui tenemos nosotros copia official, mejor di-
cho, el telegrama original, ya que hablamos de
pruebas, y que el compafiero Conrado Rodriguez
trajo una maleta con una series de camisas man-
chadas de sangre, que nosotros respetamos extraor-
dinariamente al distinguido Representante prole-
tario sagilero, pero que no estamos en el caso de
aceptar que sean las que vestian los obreros, por-
que no somos t6cnicos de laboratories y esa sangre
pudiera ser efectivamente de los obreros o pudie-
ra ser de algin chivo que se comieran ellos en una
de sus correrias, en un chilindr6n. Porque la san-
gre del chivo puede parecernos, de lejos, como si
fuera la de un ilustre proletario. Desde luego, no
estoy en el caso de poner en duda que sea sangre
de obrero, pero tampoco de decir que sea cierto.

Sin embargo, estas pruebas no necesitan de t6c-
nicos de laboratorio. Aqui estA el telegrama origi-
nal, pasado. (Lo lee).

Y aqui, con fecha 31 de agosto de 1955, y eran
los documents a que hacia referencia, con muy
buen juicio, nuestro querido compafiero y experi-
mentado parlamentario, Sr. Del Toro, diciendo que
si estas cosas eran derrumbadas aqui estaba de
mis la Petici6n de Datos, y 61 lo decia con muy
buen juicio. Este telegrama dice: "Cesareo To-
rres, Sindicato Central "Washington", Manacas,
Las Villas, concedido permiso para Asamblea
Washington. Firmado: Santiago Rey".

Inmediatamente, como aqui se ha hecho refe-


rencia, y atendiendo que 6ste es un Gobierno ver-
tebrado, organizado, responsible y serio, el Minis-
tro de Gobernaci6n, como hace siempre, trasmite
un telegrama official dirigido al Estado Mayor del
Ej citu, y esto hace caer por su peso las afirma-
ciones que con la intenci6n de un miura y con tan
poco 6xito y tan poca suerte por su parte han he-
cho tambi6n los representatives de la Oposici6n,
diciendo que el Ministro de Gobernaci6n, que no
se aceptan sus 6rdenes porque es o no del 10 de
Marzo, esto esta demostrando que aqui no nos in-
teresa en definitive la cuesti6n del central "Was-
hington", sino que lo que hay es un gran "show"
para atacar al Gobierno, y se ha escogido a una de
las figures mas sobresalientes, como es el Sr. San-
tiago Rey, para escenificarlo atacAndolo a 61.

Pero bueno, volvamos a esta exposici6n some-
ra: al mismo tiempo que se pasa el telegrama, al
instant el Ministro de Gobernaci6n pasa un tele-
grama al Estado Mayor del Ej6rcito; desde ese mo-
mento las autoridades secundarias del Ej6rcito no
tienen que obedecer al Ministro, porque el Minis-
tro de Gobernaci6n no tiene intervenci6n, ni parti-
cipaci6n alguna con los funcionarios, subalternos,
etc., de las Fuerzas Armadas.

Como este es un Gobierno responsible y serio,
a quien tienen que obedecer o no es al Estado Ma-
yor del Ej6rcito. Y por eso, porque el Ministro de
Gobernaci6n se dirige al Estado Mayor siempre,
lo hizo en el telegrama (el cual lee).

Sr. Hernandez Perez (Facundo).-Para una
cuesti6n de Reglamento...

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Ra'ael L.): ,EstA ha
blando el compafiero por via de qu6? Yo le ruego
a la Presidencia que me ampare en el uso de la
palabra. ,En qu6 Articulo se ampara para privar-
me el uso de la palabra?

Sr. President (Valdes Astolfi).-Mientras el
orador no lo autorice, Sr. HernAndez, usted no
puede usar de la palabra.

Continue en el uso de la palabra el Sr. Diaz
Balart.

r. Diaz Balart Gutidrrez (Rafael L.): Sr. President
te y sefiores Representantes: Nosotros, que duran-
te tantas horas soportamos estoicamente la sin ra-
z6n, no conseguimos que ellos ahora atiendan la
raz6n. Y eso que estAn en minoria. ;Librenos
Dios si algfin dia vuelven al Poder estos sefiores!...
que, como los Jinetes del Apocalipsis, no permiti-
rian jams ninguna otra expresi6n en contrario,
so pena de que le suceda lo que le sucedi6 al Sub-
lider "aut6ntico", o aun peor, y nosotros podiamos
haber traido otra prueba, lo que le sucedi6 al po-
bre estudiante Norofia, que se atrevi6 a poner una
simple tela en el Instituto de Segunda Enseianza
de La Habana,- diciendo que protestaba por tales
hechos del Gobierno del doctor Grau, y mAs nunca
apareci6. ,Y saben la hip6tesis mAs acertada de
los conocedores del problema, d6nde entienden








46 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


que esta el estudiante Norofia? Encerrado en un
bloque de cemento y sumergido en las profundi-
dades del mar.

Pero vamos a seguir, si lo permiten los compa-
fieros de la Oposici6n. Con estos telegramas es
natural que cualquier official, clase o alistado, al
recibir la orden del Estado Mayor General del
Ej6rcito, tenia que ir alli donde estaban reunidos
los obreros. Ah, pero hay una cosa muy intere-
sante dicha aqui por Juan Amador Rodriguez. Di-
ce 61 que mis de mil obreros llegaron alli al Sin-
dicato, tres o cuatro mil, no s6 cuantos miles dije-
ron, ellos cuentan sus simpatizadores, como dice
Grau, que se contaban como los cuartos de los ho-
teles: despu6s del cien; y ellos cuentan sus simpa-
tizadores despu6s del nfmero mil. Pues dice 61 que
llegaron alli mis de cuatro mil obreros, vamos a
poner que sean mil, quinientos, que llegaron libre-
mente. El lo expone como un argument de que
no se debia haber suspendido la reuni6n posterior-
mente, y no se da cuenta que esta utilizando el
mejor argument a favor de este regimen, porque
en los regimenes "aut6nticos" no se podia andar
en grupo, cuando era para disentir del Sr. Grau
San Martin o del Sr. Prio, no se podia llegar...
Aqui se lleg6, todo el mundo se moviliz6 y lleg6
al lugar, porque no habia orden de impedir que los
ciudadanos se trasladaran en todos los ambitos.
Luego se ve que no habia la intenci6n por parte de
la fuerza pfblica de molestar a los obreros. Tam-
poco habia orden de impedir la transportaci6n de
los obreros, y no se impidi6. Ahora bien, una vez
transportados esos sefiores, cuando formaron gru-
pos y comenz6 la Asamblea, entonces el Teniente-
Jefe del Puesto de la Guardia Rural tuvo que diri-
girse alli y pedir que se disolviera aquella reunion,
porque era una reuni6n no autorizada. Inclusive
ies di6 quince minutes para que los lideres obreros
reunidos pudieran deliberar, exponi6ndoles a los
companeros qu6 cosa era lo que sucedia, y que no
habia permiso, y por eso tenian que disolverse.
Ellos, los lideres, no querian disolver la reunion.
El hecho cierto es que el Ej6rcito no tenia ningfin
interns en disolver la reuni6n, y exigia el permiso
correspondiente, como se pudo comprobar dias
despu6s en el propio central "Washington", cuan-
do los obreros pudieron tratar en reuni6n el mis-
mo problema, una vez que estaban autorizados pa-
ra ello. Luego, no hay que hablar de la "bibijagua".
Ahora bien, ,cuil es el problema? Tenemos que
volver al telegrama ap6crifo, recordarlo, porque es
el Alfa y Omega de todo el problema. Cuando el
teniente de la Guardia Rural llega y dice que tiene
orden del Estado Mayor de que esa reuni6n no se
puede efectuar porque ha sido denegada esa auto-
rizaci6n, y les da quince minutes a los lideres obi e-
ros -cosa que pueden ratificar los Representan-
tes Conrado Rodriguez y Conrado B6quer----. para
que puedan tener un cambio de impresiones y ex-
plicar a los alli reunidos lo que sucedia. ,Por qu6
no surten efectos los quince minutes que en forma
mesurada di6 aquel official? Aqui se ha atacado
virulentamente al Jefe de la Policia Secreta, que
es una persona decent, e incapaz de permitir un
atropello. Aqui se ha atacado a los oficiales del


Servicio de Inteligencia Militar, que esta dirigido
por un official como el Coronel Blanco Rico, que es
una persona tambi6n decent y un hombre inca-
paz de atropellar a nadie. Sin embargo, se le ha
calificado como de bestias salvajes a esos hombres.
Nosotros no hemos respondido, porque teniamos
fe en que tambi&n se nos escuchara cuando tuvi6-
ramos la oportunidad de hablar. ;Ah! el teniente
de la Guardia Rural da quince minutes -pero no
les basta-, para explicar qu6 es lo que sucede, iy
por qu6 no les basta? Porque ni Conrado B6quer
ni Conrado Rodriguez en ese moment podian so-
breponerse a aquella masa que estaba alli, creyen-
do de buena fe que aquella Asamblea rcalinente
estaba auto:izada de modo legal por el Gobierno.
iVean qu6 gravedad tiene este hecho! Si aquellos
hombres creian de buena fe que la Asamblea esta-
ba autorizada, era muy duro que ahora, en forma
caprichosa, disolvieran la reuni6n. La media te-
nia que parecer a todas luces como un atropello
arbitrario. V6ase que cuando les dan quince mi-
nutos a los Representantes B6quer y Rodriguez
para hablar y cambiar impresiones, no podian ha-
cerlo, no digo yo quince minutes, ni en dos ni tres
horas, porque tenian que seguir manteniendo ellos
que esa reunion estaba autorizada, porque ellos re-
sultaban los fnicos culpables de los hechos ocu-
rridos que todos lamentamos profundamente. Me
voy a explicar. El teleg ama de marras que no se
quiere aqui que se hable de 61... iC6mo no vamos
a hablar de 61!


Sr. Hernandez P6rez (Facundo).
una interrupci6n, Sr. Diaz Balart?


-iMe permit


Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.).-No le
puedo conceder la interrupci6n. Escfcheme usted
ahora, como yo lo escuch6 a usted.

No tenga miedo a las razones, que la razon no
mata. Tengo que reiterar que en este moment sa-
le a relucir el problema del telegrama. iAh!, el
finico culpable, y yo claro no voy a venir aqui a
sostener que los telegramas son product de la
gene aci6n espontinea. No. No hay tal cosa. No
se produce un telegrama por inseminaci6n artifi-
cial. Los pone alguien. Los redacta alguien. Y
aqui, en esta copia fotostAtica que tengo en mis
manos, no hay un telegram, sino dos telegramas,
porque hay un telegrama ap6crifo, con segunda,
con la misma letra. Y aqui esta, y un perito cali-
grafo cualquiera puede hacer un studio pertinen-
te sobre este telegrama.

Yo puedo darlo a los Tribunales, que han pro-
cesado ya al culpable, luego hay elements racio
nales de culpabilidad como dirian los Abogados.
Los Tribunales han procesado ya con fianza de
mil pesos al que puso el telegrama. Ahora bien,
este telegrama dice: "CesAreo Torres, Sindicato
Central "Washington", Las Villas, concedido per-
miso para Asamblea "Washington". Firmado:
Santiago Rey." Hay un segundo telegrama, que es
el mis interesante. Y creo que ha de interesar al
Sr. B6quer, porque el telegrama dice: "Conrado
B6quer, San Miguel 173, Santa Clara. Concedido








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 47


permiso para Asamblea "Washington". Santiago
Rey, Ministro de Gobernaci6n."

Es significativo que en el Ministerio de Gober-
naci6n se conociera la direcci6n en Las Villas del
Representante B6quer...

Sr. B6quer Diaz (Conrado). (Interrumpiendo).-
Usted sabe que yo solicit permiso tambi6n, y que
ese es el nimero de la Federaci6n.

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.).-Alli lo
finico que obra es el telegrama del Secretario del
Sindicato del central "Washington". No habia por
,,qu6 pasar un telegrama al Representante B6quer.
Luego, aqui aunque nosotros no queramos ir a una
conclusion de los acontecimientos, las pruebas y
los hechos nos estin llevando de la mano a una
conclusion. El telegrama lo pas6 no el Secretario
Particular de B6quer, como 61 dijo que yo habia
dicho, pero si un amigo personal del Representan-
te B6quer, un amigo personal del Representante
Conrado Rodriguez, que parecia, como ellos mis-
mos han declarado, que tiene gran experiencia en
estas cuestiones de Asamblea en los distintos Sin-
dicatos, sobre todo ahora que se estA preparando
una Plenaria de la Federaci6n Nacional de Traba-
jadores Azucareros, en la cual tienen aspiraciones
tanto B6quer como Rodriguez, que necesitan des-
tacarse, y no negamos sus grandes valores en la
lideratura del proletariado national; ellos obvia-
mente, todo parece indicar --no es que nosotros
seamos mal pensados-, pero tampoco estamos en
el caso realmente de decir que ese telegrama se
haya pasado por "generaci6n espontAnea", hubo de
pasa se por un Sr. llamado Gast6n, y lo pas6 en la
Estaci6n de Salubridad. ;Ah! Pero hay un infeliz
metido en este asunto, un infeliz que el Represen-
tante B6quer ha querido coger como cabeza de
playa, y que es el joven Juan Antonio Maceo, nieto
de aquel ilustre Le6n de Bacunao, General Jose
Maceo, hermano del General Antonio. Este mu-
chacho, y aqui se ley6 un articulo por B6quer, del
"Diario Nacional", en donde un miembro de la Ju-
ventud Progresista, recogiendo el clamor de la ca-
lle, decia que me habia visitado un joven oriental.
y quiero decir que a mi me visit aqui en la Ca-
mara efectivamente, y esta aqui ahora en la
Rotonda... No es una prueba que venga a presen-
tar al Hemicielo, sencillamente porque 61 no puede
pasar; pero 61 estA aqui, estamos aqui dispuestos
a ratificar lo que dijimos. Vino aqui y hablo con-
migo una vez que salia de una reunion que se ce-
lebr6 en el Comit6 Parlamentario...

Sr. Hernandez Perez (Facundo).-Sr. Presiden-
te, planteo una cuesti6n de orden, toda vez que el
Sr. Diaz Balart informa que el Sr. Maceo se en-
cuentra dentro del hemiciclo y el Reglamento or-
dena que ninguna persona extraha puede hacer-
lo ..

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.): Sr. Presi-
dente, ,puedo seguir hablando con la venia de los
sefiores Representantes de la Oposici6n?


Sr. President (Vald6s Astolfi).-Continfie en el
uso de la palabra el Sr. Diaz Balart.

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.).-Es, Sr.
President y sefiores Representantes, que los se-
fiores de la Oposici6n se paran con un enfasis que
francamente les voy a coger miedo. Cada vez que
.ermino un pArrafo me interrumpen en una forma,
lue es como para cogerles miedo, le meten miedo
a cualquiera. Yo tuve cinco horas aqui sentado es-
muchando enormidades, escuchando una series de
boberias, y sin embargo no les interrumpi, los es-
cuch6 a todos sentado aqui. Escfichenme ustedes
ahora a mi.

Entonces yo estaba diciendo que el Sr. Juan An-
tonio Maceo, que me vi6 cuando se terminaba una
re'iii6n del Comit6, se identific6, preguntAndome si
yo era Diaz Balart, y al responderle afirmativa-
mente me ensefi6 su identificaci6n dici6ndome:
"Yo soy nieto de Jose Maceo". Y como para los
orientales y para todos los cubanos eso es suficien-
te identificaci6n, le pregunt6 cuil era su problema,
contestandome que estaba pasando necesidades,
hambre, miseria. Le dije que personalmente no
podia ayudarlo a obtener una posici6n. Le hice su-
gerencias y 6l, como hace cualquier joven, comen-
z6 a ver a todas las personas que le fu6 possible y
que podian ayudarlo. Entonces le pregunt6 que
c6mo era que en definitive habia logrado una posi-
ci6n en el Ministerio de Comunicaciones, y por qu6
le acusaban de asalariado de Jos6 Luis Martinez y
del Gobierno. El me dijo acerca de todas sus ges-
tiones y me inform de su visit a los veterans de
Cuba, creo que alli lo atendi6 el Coronel Garriga,
en la Asociaci6n Nacional de Veteranos de la Re-
publica, y al identificarse como efectivamente era
nieto del General Jos6 Maceo, aquellos ilustres vie-
jecitos, con el gran aval de la gloria que le recono-
cemos a todos los veterans de la independencia,
comenzaron a ayudarlo para que no pasara ham-
bre, llevAndolo a muchos lugares, y entire ellos, per-
sonalmente el Coronel Garriga lo llev6 al Ministe-
rio de Comunicaciones. Creo que el Coronel Ga-
rriga y los que lo acompafiaron podran dar fe de
estas palabras. Alli el Ministro de Comunicacio-
nes quiso servir a esos gloriosos veterans en la
figure de un nieto del General Jos6 Maceo y le di6
un puesto humilde en una oficina de tel6grafo de
esta ciudad. Fu6 hace poco tiempo. El muchacho
joven, inexperto, comenz6 a trabajar, y alli se le
oresent6 el empleado de la Federaci6n Nacional
de Trabajadores Azucareros, hombre de confianza
del Representante B6quer, le pidi6 que pasara el
telegrama y al preguntarle el muchacho de por
qu6 esa forma irregular de hacerlo, el hombre
le hizo una series de cuentos y lo amenaz6 en di-
versas formas, y ese pobre muchacho inexperto y
atemorizado pas6 el telegrama. Pero cuando vino
la investigation y se le pregunt6, 61 dijo: "A ese
hombre yo puedo identificarlo, porque me acuerdo
del diAlogo que sostuve con 61, ya que me luci6
raro y extrafio aquel telegrama, que no era simi-
lar a los que yo cursaba habitualmente."

Los investigadores, l6gicamente, no levaron al








48 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


muchacho al Country Club de La Habana, sino di-
rectamente a la Confederaci6n de Trabajadores de
Cuba, porque se imaginaban que el telegrama ha-
bia sido mandado a poner por Conrado B6quer.
Cuando el muchacho lo vi6 dijo: "Ah, ese mismo
es". El Juez lo comprob6 por la letra que apare-
cia en el telegrama y lo ha procesado con dos mil
pesos de fianza.

iPuede, pues, haber dudas sobre el origen del
telegrama y de qui6n lo pas6? No. Por consiguien-
te, yo acuso al Representante B6quer de ser el au-
tor del telegrama y el inico responsible de lo que
ha ocurrido. No son responsables ni el Gobierno
ni la fuerza pfiblica. El finico responsible, el cul-
pable de todo lo acontecido lo es, segun todos los
indicios, el Representante B6quer. Y ahora se le
quiere quitar la responsabilidad y presentar a un
muchacho respondiendo de los hechos y responsa-
bilizando al Gobierno, y eso no es just, porque
nada de eso es cierto, y se quiere ilevar la cuesti6n
por otras vias.

Tenemos la responsabilidad y el deber de hacer
estos pronunciamientos y decirlos con toda su cru-
deza, franqueza y sinceridad.

Ahora bien, como todo esto que he dicho aclara
perfectamente lo ocurrido, no hay que buscar al
infeliz muchacho, nieto del General Jos6 Maceo,
ni hacerle inculpaciones de que es un asalariado
de Jos6 Luis Martinez, ni del Gobierno, ni tachir-
sele de traidor, ya que su finico delito consisti6 en
realizar una labor en la que no tenia experiencia.

Una acusaci6n es ficil de hacer, pero los tribu-
nales son los encargados de juzgar la verdad y los
Tribunales de Justicia asi lo harAn, al determinar
si el telegrama lo puso el que esti procesado o
aquel otro que no lo estA. Eso es cosa que diluci-
darin los Tribunales de Justicia y aplicarin las
sanciones del caso, porque cuando el Juez ha pro-
cesado con fianza tan elevada es por algo.

Ya todo esto ha quedado aclarado perfectanen-
te. No tiene mis trascendencia ni se debe ilevar la
cuesti6n a otros pianos, que nada tiene que ver con
lo que aqui se esta discutiendo. La Mayoria ha
querido que en un debate tan amplio y dilatado
quede esclarecido para la CAmara de Representan-
tes, para la opinion pfblica, para los obreros, para
todos los ciudadanos responsables de Cuba, a tra-
ves de la dignisima representaci6n de la prensa
que en las tribunal recoge el debate queo aqui se
produce, cual es la verdad de todo este asunto y
c6mo se originaron y sucedieron tan lamentables
hechos.

Es muy lamentable que todo esto se haya torado
y utilizado para sacar a colaci6n una series de cues-
tiones que nada tienen que ver con el caso. Pero
como nosotros estamos aqui para esclarecer y con-
testar todos los ataques politicos que se nos hagan,
tenemos que reiterar que el Gobierno que repre-
sentamos no tiene nada que ver con estas cosas y
que nadie puede venir a acusarnos de que faltamos


a nuestros deberes como Representantes del pue-
blo, como aqui se ha dicho por otros Representan-
tes, por el hecho de que no compartimos ideas tor-
cidas y que tienden a desvirtuar la verdad de las
cosas, y a llevar al convencimiento del pueblo he-
chos inciertos. Estamos seguros de que estamos
cumpliendo a plenitud, y a nuestra satisfacci6n con
nuestros deberes como Representantes del pueblo,
y actuando con raz6n y con justicia, respaldando
al Gobierno del General Batista, Gobierno que esti-
mamos el mis progresista, el mis trabajador y el
mis honest de todos los que ha tenido la Repfbli-
ca. Si asi lo creemos, sinceramente aqui tenemos
el deber de defenderlo sin titubeos de ninguna es-
pecie.

Es necesario que lo digamos en alta voz, es ne-
cesario que rechacemos estos hechos en los que
nada el Gobierno tiene que ver, aunque reconoz-
camos que otros pueden haber sucedido y asi lo
hemos reconocido en otras oportunidades, lamen-
tindolos, pero sin dejarnos amedrentar por las pa-
labras del lider Juan Amador ni por ninguno otro
de la Oposici6n, que quieren hacer career a la opi-
ni6n pfiblica de que el Gobierno es el responsible
de hechos propiciados precisamente por la toipeza
de la Oposici6n.

La raz6n de que se haya tomado el acuerdo en
que estuvieron todos los lideres relacionados con
las gestiones que habrian de hacerse para el esela-
recimiento de los hechos demuestran nuestra sin-
ceridad y nuestra responsabilidad en este asunto,
encargadas a nuestro Presidente de la CAmara. Te-
nemos la serenidad y sinceridad que se require
para esas cosas, pero ello no significa que nos de-
jemos ilusionar por esa demagogia de la oposici6n,
que represent lo mis bajo e inmoral de nuestro
pals, y que pretend amedrentarnos.

Aqui se ley6 por los Representantes de la Oposi-
ci6n una series de atentados que inclusive comen-
zaban por los lamentables sucesos en que perdi6
la vida el Representante Maidique, que todos Fa-
bemos c6mo sucedi6. Se le atribuyen en ese ar-
ticulo de la Revista "Bohemia" como atentado del
President Batista, sabi6ndose que aqui los aten-
tados son una invenci6n del "Autenticato", como
lo son las desapariciones.

AdemAs, hay que recorder otros hechos. Yo fui
estudiante y dirigente de la Federaci6n Universita-
ria y recuerdo que cuando el Secretario de la Fe-
deraci6n Universitaria, hoy ilustre dirigente del
Partido del Pueblo Cubano, Sr. Conte Agiiero, hizo
aclaraciones en que acusaba a determinados com-
pafieros por un atentado personal en que 'ayo
muerto un estudiante, al salir de la Universidad,
se utilize un procedimiento especial inventado por
los "autenticos", le hicieron comer el peri6dico en
que salieron publicadas las declaraciones que ha-
bia hecho por radio. Y ademrns, el senior Pardo
Llada, que hoy estA abrazado con Carlos Prio, no
s6 con qu6 motive, hizo las declaraciones que apa-
recen en la Revista "Bohemia" de 22 de abril de
1951. Y en esa misma Revista "Bohemia" cons-








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 49


tan las declaraciones del autor del "Meneito", Jor-
ge Quintana, que paso a leer. (Lee).

Sr. Montalvo Saladrigas (Juan).-Con la venia
de la Presidencia: Para rogar al compafiero Diaz
Balart que, como es un tema tan interesante, lo
lea mas despacio.

Sr. Diaz Balart GutiBrrez (Rafael L.).-Yo lo ha-
cia rApidamente para ganar tiempo.

Sr. President (Vald6s Astolfi).-Continie el Sr.
Diaz Balart.

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-Es muy
bueno que los miembros de las Fuerzas Armadas
miren lo que hacen los "Aut6nticos" y los que quie.
ren entonar ahora cantos de sirena. (Continfa le-
yendo).

Sr. Hernindez P6rez (Facundo). (Interrumpien-
do).-Los mataron por chivatos y por traidores.

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-Lo mis-
mo era entonces asesinar impunemente a un hom-
bre al que se tilda ahora por los aut6nticos de
"chivato", como se asesinaba a un Jefe de la Po-
licia de Grau mantenido por Grau y los "aut6nti-
cos" durante dos aios... iY Enrique Henriquez?
iTambi6n era "chivato"? iY Julio Lobo? iA qu6
pandilla pertenecia? Sera la del "ICEA", porque
es muy rico. Se trataba de hombres de todas las
militancias.

Entonces era el reinado impune del gangsteris-
mo que asesinaba en las calls a todo el que que-
ria.

Sr. Mora Morales (Cindido S.).-,-Me permit
una interrupci6n el compafiero Diaz Balart, con la
venia de la Presidencia?

Sr. Diaz Balart Gutirrez (Rafael L.).-Con mu-
cho gusto, pero antes quisiera rogarle a la Presi-
dencia que me permitiera tomar asiento.

Sr. President (Vald6s Astolfi).-Puede hacerlo
S. S. Tiene la palabra para una interrupci6n el Sr.
Mora Morales.

Sr. Mora Morales (Candido S.).-Sr. President
y sefiores Representantes: Despuds de estar oyen-
do detenidamente la disertaci6n que nos ha brin-
dado el lider del "PAP", casi ya empiezo a career
que debiamos de renunciar al derecho de hacer
uso de la palabra, porque son tan grandes e inter-
minables las monstruosidades que se cometieron
durante ese gobierno, que debiamos de declarar
lo que falta de esta noche como "horas de luto", de
"duelo"; pero quizis para brindarle un descanso
tan ganado al compafiero, yo venga a exponer al-
gunas otras cosas, ninguna de ellas nuevas, todas
ya tratadas en mas de una ocasi6n, pero recordan-
do el aforismo socratico que "repetir es aprender",
nunca nos cansaremos de hacerlo bastante, para
siempre estar aprendiendo.


Yo he sido uno de los mas sorprendidos al ver
c6mo los compafieros de la oposici6n hacian hin-
capi6, hacian esfuerzos para que se olvidara la
cuesti6n del telegrama. iPero c6mo es possible
hablar del "Washington", hablar de esos lamen-
tables sucesos que soy yo el primero en lamentar,
y que nunca lamentar& bastante, sin decir las cau-
sas que lo motivaron, sin decir qui6nes son los res-
ponsables, de qu6 medios se valieron para enga-
fiar a la masa trabajadora? No es possible. Si el
tiempo pasara veriamos aqui c6mo el digno Repre-
sentante B1quer, me habria de dar la raz6n de mo-
do expreso, porque tAcitamente ya que me la esta
dando el compafiero Diaz Balart, se ha encargado
en forma clara, con precision meridiana, de dejar
esclarecidos todos los puntos concernientes a este
extreme.

Hablar de la denuncia que hicieron los compa-
fieros Representantes en la Secreta, cuando opina-
ron que Manolo Betancourt GalbAn estaba secues-
trado, no lo creo pertinente. No lo creo necesario
porque ya hoy han reconocido que no estaba se-
cuestrado, y ademAs, porque consta en poder de
Diaz Balart, un acta firmada por 61 sin que la ma-
no le temblara, en la que asegura que fu6 detenido
por miembros de ese digno Cuerpo de la Policia
Secreta, previa identificaci6n de su persona. No
vale hablar de eso ya. Decia Guerra Romero: bru-
tal y cobarde asesinato lo del central "Washing-
ton". Se aparta de la verdad. No son nada mas
que hechos muy lamentables, pero no provocados
por la Fuerza Pfblica, y en esto difiero del com-
oafiero Casillas, cuando pone en tela de juicio si
la raz6n esta de un lugar o esta de otro. Aqui no
caben t6rminos medios, aqui hay que ser o no ser.
La fuerza pfiblica en ningfin moment ha sido res-
ponsable con su actuaci6n de esos lamentables he-
chos. Ella fu6 alli a hacer cumplir la ley, al ampa-
ro de la Constituci6n de 1940, quc tantc sP ha in-
vocado y que se sigue invocando por la Oposici6n,
al extreme de que hemos oido hasta cierto punto
con sorpresa, como afirma categ6ricamente, mi
querido amigo Guerra Romero, que la Constitu-
ci6n autoriza a los Alcaldes Municipales a conce-
der autorizaciones de esa naturaleza. No, mi que-
rido Guerra, el articulo que usted mencion6 yo lo
lei detenidamente, y en ninguno de sus pArrafos
se enumera esa facultad a que usted alude, no. Ha
mencionado el articulo 127 que concede el dere-
cho de la libre reuni6n; si, pero tambi6n la limit
al marco que encuadra la Ley. Y es facultad del
Ministro de Gobernaci6n, al amparo de la Lev de
Orden Pfblico, conceder esas autorizaciones. Y es
a 61 a quien compete velar por el orden pufblico de
nuestra Repoblica, y por eso fu6 que el Ministro
Rey, con conocimiento fidedigno de cue se preten-
dia tambi6n ventilar cuestiones intestines de la or-
ganizaci6n de la "FNTA", entire dos lideres que
hoy son Representantes, para honra nuestra, pero
que sus intereses no marchan paralelos, no estAn
de acuerdo.

Ese fu6 uno de los motives que tuvo el Ministro
de Gobernaci6n para no anitorizai esa reuni6n, y
vean ustedes, honorables Representantes, c6mo la








50 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


autorizaci6n es solicitada para celebrarla en el
pueblecito de Manacas; y quieren entonces invo-
lucrar al central "Washington", que estA a dos ki-
16metros de alli. Pretenden tomar como antece-
dente para justificar la provocaci6n de esos he-
chos, entire otras cosas, la fabricaci6n de azdcar de
"bibijagua", y ya eso esti tan tratado que s61o se
me ocurre repetir esto: iqui6nes son los que fabri-
can esos azicares? iSon soldados, o son los mis-
mos obreros que pertenecen a esas organizacio-
nes?

Sr. Cruz P6rez (Jorge).-Sr. President, dudo
del qu6rum y suplico que se compruebe.

(El Sr. Juan Amador Rodriguez se acerca al Sr.
Cruz y habla con 61).

Sr. President (Valdes Astolfi).--Mantiene su
petici6n de comprobaci6n del qu6rum el Sr. Cruz?

Sr. Amador Rodriguez (Juan).-La retiramos, Sr.
President.

Sr. President (Valdes Astolfi).-Continua en el
uso de la palab: a el Sr. Mora.

Sr. Mora Morales (Candido S.).-Sr. President
y sefores Representantes: El Gobierno del Gene-
ral Batista, como antes dije, es el primero en la-
mentar estos hechos, y ic6mo no los va a lamen-
tar si ha sido Batista el primero en reconocer y
hacer possible todas esas conquistas obreras de que
hoy disfrutan nuestros hermanos los trabajadores?

No s6 de que me hablan cuando dicen de rebaja
de salaries, pero quizis ello haya sido necesario
para impedir el desastre econ6mico de Cuba, debi-
do a los excess de los obreros y a la falta de ca-
rfcter del ex Presidente Prio, cuando demag6gica-
mente en su political permiti6 esas zafras libres,
sin tener mercados y sin tener en cuenta que las
areas productoras de azucar que no podian produ-
cirla en tiempos de guerra ya estaban rehabilitan-
dose y haciendo azficar para ir a competir en los
mercados mundiales.

En esta cuesti6n s6lo llevaba en mi interior, en
mi conciencia, una pena, que me abrasaba hasta
hace poco, y que no era otra cosa que la duda que
tenia en la certeza de esas manifestaciones, cuando
decian que fueron atropellados, de modo material,
los dos Legislado: es. Pero ya esa duda desapare-
ci6 cuando oi las frases desafortunadas, carentes
de verdad, el concept desatinado del compafiero
Conrado Rodriguez, cuando enjuici6 la persona de
Santiago Rey. Mi querido compafiero, usted no lo
pens6; usted parece que olvid6 que Santiago Rey
es honra de nuestra Patria, porque ademas de des-
cender de un mambi, que pele6 con el machete en
la mano, sin haber nacido en Cuba, por nuestra
Cuba, ademis de eso, su padre fue un brillante par-
lamentario que honr6 esta Camara. Pero si eso no
fuera much, los que no tenemos el don de poder
juzgar su capacidad por ser la nuestra inferior a
la de 61, debemos de compararla y ver la diferen-


cia que existe entire la de 61 y la nuestra, y enton-
ces, si no queremos defenderlo, si no queremos
ayudarlo, por lo menos debemos tener respeto pa-
ra 61, que no se encuentra present.

Y quiero advertirles, seiores Representantes,
que no soy capaz de pretender asumir la defense
de Santiago Rey, de mi fraternal amigo, porque
Santiago Rey es de aquellas personas que no nece-
sitan defense. Su actuaci6n es tan clara, su capa-
cidad indiscutible de tanto beneficio a Cuba, su
valor a toda prueba, que seria demasiada osadia la
mia pretender defenderlo.

Pero un ruego si les voy a hacer, que es 6ste:
para hablar de Santiago Rey hay que tener una
moral sumamente elevada, porque la mia s6lo me
sirve para sacudir el polvo de sus zapatos, ya que
la de 61 es tan superior -y conste que la mia no
es inferior a la de Conrado Rodriguez-. iHablar
de Santiago Rey, el hombre que es capaz, en forma
brillante, sin inmutarse, con la sonrisa en los la-
bios, de contestar a la Oposici6n entera todos y
cada uno de los concepts emitidos en su contra
o en su favor! El s61o ha sido capaz de todo eso.
;C6mo no vamos a tener respeto para Santiago
Rey!

Pero despu6s de haber oido, como antes dije, la
desafortunada opinion que tiene mi querido com-
pafiero para el Ministro de Gobernaci6n, y conste,
mi querido amigo, se lo puedo asegurar a visera
descubierta, que el criterio, el concept que 61 tie-
ne de usted es muy distinto que el que usted tiene
de 61, porque tal vez se pudiera pensar que San-
tiago Rey, opina de usted como opina Jos6 Luis
Martinez, segin hojas sueltas que han Ilegado a mi
poder, pe:o para sacarlo de dudas, en conversacio-
nes que he tenido con 61, opina muy distinto, 1l
opina muy elevado de usted. Si alguna duda tenia
ya ha desaparecido, y quien es capaz de opinar de
un hombre como Santiago Rey en esa forma, es ca-
paz de faltar a la verdad, y yo, con perd6n de todos
mis companeros, ya dudo de la certeza de esos pla-
nazos de machete, y me imagine que esa idea sur-
gi6 en una conversaci6n carifosa y afectuosa que
sostuve con 61 a presencia de Octavio Mendoza, que
describe "Acuarela Politica", en "Prensa Libre", y
que apelando a su caballerosidad de hombre since-
ro no me desmentirA, diciendo la verdad. Ahi es
donde surge la idea de esos golpes, que yo, en son
de broma llegu6 a decir: "Es verdad que dan du-
ro"... Al principio nadie hablaba de los golpes
de 61. Alli surgieron los incidents, provocados
por los dirigentes obreros, en sus pugnas intesti-
nas por llegar a las posiciones directrices de esos
organismos. Alli no hay lugar a dudas de que el
Eiprcito procedi6 bien, comn precede el Ej6rcito de
Batista, como tiene que proceder un Ej6rcito cuyo
Jefe es un hombre como Tabernilla, como el Ma-
yor General Tabernilla y Dolz. No hay t6rminos
medios. Fu6 la provocaci6n lamentable de los com-
paneros la que trajo las consecuencias fatales que
nunca lamentaremos bastante; pero hay que decir
las verdades, desnudamente, para que las opinio-
nes se formen sanas, buenas y fuertes,








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 51


Y miren hasta qu6 punto los compafieros van in-
curriendo en errors, vean c6mo continuamente
van incurriendo en flagrantes delitos, observen us-
tedes c6mo Conrado Rodriguez tiene en su poder
pruebas del delito que s61o compete tenerlas a los
Tribunales o Jueces que conocen de la causa, y
bien conocen que eso es un delito, y que si un
agent de la autoridad detiene a Conrado Rodri-
guez con esa prueba en su poder, no esta infrin-
giendo la Constituci n en su Articulo 27, porque
esa prueba tiene que estar, como antes dije, en po-
der del Juez Instructor.

Sr. Amador Rodriguez (Juan). (Interrumpien-
do).-Pido la palabra para una interrupci6n.

Sr. President (Vald6s Astolfi).-No puede con-
ced6rsele la palabra, porque el Sr. Mora esti ha-
blando por la via de la interrupci6n. Continue el
Sr. Mora.

Sr. Mora Morales (Candido S.).-Es un flagrante
delito, mi querido compaiiero, y en eso no nos
ampara la Constituci6n. Hasta ahi no llega la im-
punidad Darlamentaria que ustedes confunden con
la inmunidad. iC6mo no lamentar esos sucesos!
Pero si es asi, si de verdad lo sentimos, si de ver-
dad estamos ansiosos, si de verdad estamos deseo-
sos de que se abra paso la realidad de los hechos,
;.por qu6 no cooDerar con ese Juez que instruye
la causa? iPor que no llevar esa camisa ensangren-
tada alli, y no que se toma como element para es-
cenificar el mAs politico de los "shows" que se han
dado en este digno Cuerpo?

Si tuviera la certeza de que un military ha sido
caDaz de deshonrar el uniform, levantando su ma-
chete para dar un planazo a un legislator, a un
miembro de este digno Cuerpo. previa identifica-
ci6n, juro por mi honor de hombre. que sov el pri-
mero en encabezar la protest v exigir del Honora-
ble Sr. President de la Repoblica, el castivo ade-
cuado al infractor de las leyes de mi pais. Pero ya
dudo, Sr. President, ya dudo, sefiores Represen-
tantes, despu6s de haber oido las frases del com-
pafiero Conrado Rodriguez con relaci6n a la actua-
ci6n y a la moral del Sr. Santiago Rey. ya dudo de
la realidad de estos hechos, y ante la duda, no nos
queda otro medio, no hay otro camino oue esDerar
al resultado de las actuaciones libres de los Tribu-
nales de Justicia. aue son los que en definitive ex-
presarAn la realidad, dirAn la verdad; y tengan 1a
seguridad los distinguidos miembros de la ODosi-
ci6n aue Batista no permitirA en modo alguno aue
no sea castigado el military, de ser cierta la exposi-
sici6n tan proliia oue han hecho aoui mis aueridov
comnafieros. iC6mo no! Mi cuerido lider me Dide
ahora aue yo termine Y Vo quiero hacerlo. pero
c6mo no decir algo de los muchachos del 30: c6mo
no recordarle a mi aierido comnafiero Facundo
HernAndez. aue Aureliano SAnchez Arango fu6
miembro del Directorio del 30. v que emul6 v su-
per6 al difunto AlemAn en el Ministerio de Educa-
ci6n. Dicen que Aleman sali6 del Ministerio con
noventa y pico de millones. ;,Qu hizo Aureliano?


Sr. Hernindez Perez (Facundo). (Interrumpien-
do).-Yo creia que era mas...

Sr. Mora Morales (CAndido S.).-Usted siempre
tiene raz6n. ,C6mo no recorder los nombres de
Dsos muchachos? Usted vera c6mo su actuaci6n no
ha sido todo lo difana que ustedes quieren hacer-
la aparecer.

Yo voy a terminar, y termino rogando se haga
constar en Acta mi pesar, mi profunda pena por el
nunca bastante lamentado suceso del "Washing-
ton", conocido por "los hechos del central "Was-
hington".

(Abandona la Presidencia el Sr. Vald6s Astolfi
y la ocupa el Sr. Godoy Loret de Mola. Eran las
11 y 2 p. m.).

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene la
palabra el Sr. Milan6s Tamayo para una interrup-
ci6n.

Sr. Hernandez Perez (Facundo).-Pido la pala-
bra para alusiones.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-En su
oportunidad.

Tiene la palabra el Sr. Milan6s Tamayo.

Sr. Milanes Tamayo (Jos6 N.).-Sr. President y
sefiores Representantes: Tengo un profundo res-
peto y acendrado afecto por mis compafieros todos
y en este caso por los Conrados, pero despu6s de
los epitetos suculentos que he oido y que le han
dirigido a esa ilustre personalidad que ocupa el Mi-
nisterio de Gobernaci6n, estoy pensando que ellos
han exagerado, que han agigantado los hechos del
"Washington" llenos de pasi6n por sus luchas in-
ternas. .

Sr. Rodriguez Sanchez (Conrado).-Pido la pa-
labra para alusiones.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Conti-
nia en el uso de la palabra el Sr. Milanes Tamayo.

Sr. Milanes Tamayo (Jos6 N.).-Y digo esto. por-
que el Sr. Santiago Rey es el arquetipo, es la figure
mis brillante de la political cubana de ahora. es el
arauetiDo de la caballerosidad y de la gentileza y
de la nobleza. Me parece que es uno de los cubanos
mis nobles y mAs generosos que hemos conocido.

Sentado esto, se me figure que ya esto narece
un velorio, y tengo la duda de que los hechos se
ban exagerado tanto. y como han corrido ya mu-
chos dias de su acaecimiento, me recuerda la an6c-
dota de aouel cura cue estaba diciendo un serm6n
en la Semana de Pasi6n. El era muy bondadoso,
muv sentimental y hablaba de la muerte de Jesu-
eristo, explicando aue lo clavaron en la cruz, que
le dieron a beber vinagre, que le pusieron corona
de espinas, y aquella Iglesia, llena de viejos y vie-
jas calambucas empez6 a llorar copiosamente. En-








52 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


tonces 61, adolorido y compadecido de sus feligre-
ses, les dijo: "No llor6is, no os aflijAis. Todo eso
ocurri6 hace tanto tiempo que creo que ni es ver-
dad."

Y es claro el problema ese de la "bibijagua".
Eso no lo entienden muchos, pe:o me recuerda
tambi6n cuando Regino L6pez trabajaba en "Al-
hambra", que se ponia una obra en la que se ha-
blaba del descubrimiento de Am6rica y 61 empe-
zaba a citar a los que venian con Col6n comen-
zando por mencionar a los Pinzones y decia: "Mar-
tin Pinz6n, Yfiiez Pinz6n, Alonso Pinzbn..." y
asi seguia hablando y cantando una especie de
rumba.

Esto de la "bibijagua", para mi tiene compis
de son, porque yo no me explico c6mo siendo la
"bibijagua" un delito tan grave, la "bibijagua"
la produce los propios obreros, que dicen que
son santos, que son los mas honestos y grande
que tiene Cuba. Yo creo que si, porque de ellos
vivimos todos, pero me parece que ello no debe,
si fuera tan grave el delito que se compete, produ-
ciendo la "bibijagua", no deben ellos intervenir
en eso.

Lo que hay que tener es un poco de calma y
buena intenci6n y ver c6mo salimos de aqui, por-
que estamos perdiendo el tiempo de una manera
miserable.

Sr. Pardo Jim6nez (Angel).--,Me permite una
interrupci6n el Sr. Diaz Balart, con la venia de
la Presidencia?

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.).-Con mu-
cho gusto.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene
la palabra el S-. Pardo Jim6nez.

Sr. Pardo Jim6nez (Angel).-Sr. President y
Sres. Representantes:

Realmente no comparto el criterio del distingui-
do compaiero lider del Partido Dem6crata, al de-
cir que estamos perdiendo el tiempo. Creo que
esta es una de las sesiones mAs fecundas que he-
mos celeb: ado en este process politico del 10 de
Marzo a aca, porque ha tenido la alta significaci6n
de situar frontalmente acontecimientos y actors
para hacer un poco de luz a la opinion pliblica,
que no siempre toma las orientaciones de las fuen-
tes mas veridicas y a la vez para darle virtualidad
y t6nica al Parlamento cubano, que es uno de los
tribunales mas preponde:antes de la Naci6n.

Cuando decimos que no trabajamos, porque no
salen leyes a diario, cometemos la imprudencia de
career que estamos en un pais donde no existen
leyes y hay que hacerlo todo. Cuando vibramos
al conjuro de los sentimientos populares y actua-
mos cada uno en nuestras respectivas posiciones
en el orden politico y actuamos en el Parlamento
con la ponderaci6n y con el respeto de todos para


hacer luz y esclarecer acontecimientos nacionales,
hacemos una labor parlamentaria, que se traduce
en la opinion puiblica como una orientaci6n, a los
efectos de que la verdad resplandezca en su jui-
cio siempre fecundo y que 6sta perdure favore-
ciendo a aquellos que tienen la raz6n.

Estos acontecimientos del Central "Washing-
ton", lamentables por todos sus Angulos, nos han
dado la oportunidad, no de hacer historic que can-
se, historic intitil, sino el anAlisis de acontecimien-
tos, el recuento de hechos que ponen en claro y
evidencian la conduct legislative o positive de los
actors nacionales en nuestros dltimos tiempos.

Los acontecimientos del Central "Washington",
que yo lamento en su double aspect de haber te-
nido participaci6n en ellos los agents de la auto-
idad y una parte respectable de nuestro pueblo,
pero tambi6n haber tenido en ellos participaci6n
distinguidos miembros de la CAmara de Represen-
tantes a quienes todos queremos, respetamos y
admiramos, nos han dado la oportunidad de cono-
cer a fondo esos acontecimientos lamentables y al
propio tiempo poder hacer conciencia, para que
la opinion puiblica conozca a plenitud lo que alli
sucedi6 y lo que alli no sucedi6.

Cuando yo oia la narraci6n de los hechos, es-
petando todas las afirmaciones de los distinguidos
compafieros que fueron actors en aquellos acon-
tecimientos, por mi calificados de lamentables,
veia c6mo la verdad, que no necesita exageraci6n,
que tiene que ser siempre el marco de la since-
ridad y de la espontaneidad para que pueda cua-
jar en conciencia de los que la juzgan, tomaba un
marco de extraordinarias consecuencias y un co-
lorido que casi nos asustaba a todos los que te-
niamos que juzgar, porque en sus relates iban ha-
ci6ndose inculpaciones de caracter general y pro-
vocando, naturalmente, la reacci6n al analisis de
acontecimientos que en nada tenian que ver con
los sucesos fatales del Central "Washington", y
que provocaban 16gicamente lo que es la preven-
ci6n frente a las exageraciones de los hechos, que
de tener toda la bondad de las afirmaciones que se
hacen, ni necesitan colorido extraordinario ni ne-
cesitan exageraciones, maxime cuando se produ-
cen por los propios considerados como victims
de los mismos.

Yo realmente lamento que este acontecimiento
en el que tuvieron participaci6n distinguidos com-
pafieros nuestros hayan tomado como scenario al-
go que represent ya toda la opinion pflblica y
el interns del pais y que no fueran encentrados,
como debian haber sido, dentro del marco del com-
pafierismo y en el marco natural y sencillo de lo
que en verdad se produce para que nosotros con
la responsabilidad de nuestros cargos encuadrAra-
mos nuestra conduct para defender un derecho
frente a una agresi6n a un legitimo afecto que
constituyen los compafieros de la Camara.

Pero, iqu6 necesita aquel hecho, que aqui ha
sido desmenuzado por ambas parties a los eft--.tr-









DIARIO DE SESIONES DE LA


de conocer a conciencia lo que puede haber o te-
ner de ealidad y de consecuencia punible, tanto
la actuaci6n del Ej&rcito como la actuaci6n de los
que aparecen como victims de aquel acto lamen-
table para todos? iPara qu6 traer un problema
como es el de la "bibijagua" para darle colorido
a una relaci6n de hechos que debia haber tenido
la sencillez de la espontaneidad? iPara qu6 acu-
sar al Gobierno y a todas las Fuerzas Armadas
de un hecho que segfin ellos mismos tiene el mar-
co de las gestiones de agents de la autoridad que
estaban actuando en cumplimiento de funciones
que les son encomendadas? Pues nada mis y na-
da menos porque habia que hacer tabla rasa con
antecedentes del caso que tiene una importancia
extraordinaria para dar la impresi6n popular y ob-
tener el efecto a la galeria que se pretend con la
exageraci6n de un hecho que de ser relatado con la
sencillez que impone la realidad del mismo hubie-
ra tenido el trato adecuado del compafierismo a
los efectos de defender el fuero del respeto a lo0
legisladores y el fuero de toda actuaci6n legisla-
tiva que es nuestro deber como integrantes de es-
te Cuerpo.

El problema del asunto del azdcar de "bibija-
gua", como el problema azucarero cubano a tra-
ves del Gobierno que desenvuelve la labor del Es-
tado, es algo que interest extraordinariamente al
pais, algo que necesita tambien una sesi6n plena,
Ilena de oportunidades para que todo lo que pue-
da ser esclarecido pfiblicamente se traiga a la luz
y se emitan criterios que puedan traer como con-
secuencia el inicio de una legislaci6n que provo-
que rectificaciones y que no admita la rectificaci6n
de una political que es fecunda a los interests na-
cionales.

Yo espero que esta sesi6n serA pr6xima y ten-
gamos la oportunidad, como en este caso, de dai
ocasi6n a que todo el que tenga una idea, que
conozca un angulo del problema y el que tenga
la oportunidad de hacer luz lo haga para que el
instrument legislative ofrezca beneficios al pais
y la opinion public pueda ser bien orientada en
un debate de tanta trascendencia como son los
problems de la industrial azucarera que es la co-
lumna vertebral de la economic national.

El problema de la "bibijagua" no tiene nada
que ver con los desgraciados acontecimientos del
Central "Washington", pero afecta a la economic
national. Porque la producci6n de azucar de la
"bibijagua" es una producci6n clandestine que le-
siona intereses econ6micos del pais y que des-
vincula e interfere la political del Gobierno que
es una political de regular la producci6n azucarera
en defense de los altos interests del pais y que
el Gobierno ha sido un constant vigilante en esa
producci6n clandestine de azficar de "bibijagua"
y ha estado buscando la manera de que eso no se
produzca. Lo que sucede es que quien la produce
no es alguien que pueda ser sometido fAcilmente
a las sanciones de las Leyes para el que no cum-
ple la legislaci6n en material azucarera.


IPI-L- _I--I~~~


CAMERA DE REPRESENTANTES 53

El Gobierno ha tornado medidas que no han si-
do totalmente eficaces, que deseadas por todos y
el Gobie no preocupado por esa infracci6n esta
realizando gestiones para que se adopten medidas
que sean capaces de cumplir y que en el orden
del desenvolvimiento del pais produce unos en
perjuicio de los demas. Por ello todos estaremos
prestos a coadyuvar en busca de medidas que pro-
voquen la supresi6n de esta producci6n de azucar
de "bibijagua", porque se produce a despecho de
una p oduccion limitada que va efectivamente en
perjuicio de la economic national, porque pone
en peligro las normas del Gobierno para regular
la producci6n y defender los precious y buscar la
manera de que tengan la compensation econ6mi-
ca suficiente para la satisfacci6n de todas las ne-
cesidades de nuestro pueblo.

Esto ha de tener el apoyo real y positive de
todos los hombres responsables que se sientan en
este Cuerpo Colegislador, y de todos los hombres
que en el desenvolvimiento econ6mico tienen in-
tervenci6n en la industrial azucarea. Este es un
problema que afecta a los obreros en un aspect
de mayor volume de trabajo e implica un des-
envolvimiento ordenado por el peligro que entra-
fia una caida en el precio del azicar y un des-
pojo del derecho de quien cumple con la regla-
mentaci6n annual y se ajusta a la cuota que le
otorga la ley y no produce una tonelada mas, ni
una libra mas que la autorizada, porque esos azi-
cares en exceso van a gravitar sobre la economic
national; no se produce para que se consume mas,
sino para que gravite sobre el afio siguiente.

Pero, iqu6 tiene que ver este problema con los
acontecimientos desgraciados del Central "Wash-
ignton"? No tiene que ver mAs que para buscar
justificaci6n a lo injustificable, porque la Camara
de Representantes no puede afrontar este proble-
ma en el orden casuistico, sino para sancionar, y
ya existed un Codigo Penal que tiene bien delinea-
da la figure del delito, qui6n tiene funciones le-
gales y que determine el delito que compete el ciu-
Aadano que no cumple con lo establecido por las
leyes.

Los ciudadanos no estfn calificados en inmunes
y no inmunes. Los ciudadanos no estin califica-
dos entire posibles violentadores de la ley y no
posibles violentadores de la ley. Lo mismo tiene
que respetar la ley el encopetado hacendado como
el mas modesto obrero que libra su sustento en
el taller y realize la labor fecunda en la fibrica.

Pero ese p. oblema no estf sometido a este Cuer-
po, porque este organismo no es tribunal de jus-
ticia y de la funci6n y del juicio de la Camara
de Representantes estan excluidos los procedi-
mientos judiciales que en el orden de la investi-
gaci6n darin la luz necesaria para que sean cas-
tigados los que hayan infringido la ley. Por tanto,
un problema que ya esta en los Tribunales de Jus-
ticia no puede ser traido a la Cfmara de Repre-
sentantes a los efectos de dar el efectismo popu-
lar de un acontecimiento que provoca la critical








54 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


que aqui se ha producido alrededor de ese hecho,
que de constituir una tangencia delictiva habra
de tener su resultancia en procedimientos que es-
tin incoados. Por tanto, no es el caso, y s61o la
preocupaci6n, s61o la circunstancia de que dos
compaferos nuestros hubieran sido, si no ejes, si
autores en aquello, es lo que nos da la oportuni-
dad de escucharlos para buscar, en la forma natu-
ral y legal, por el honor del Cuerpo, las medidas
para poner a salvo la inmunidad de esos com-
paneros.

Pero ha sido acusado el Gobierno y relatados
aqui hechos que pugnan con la realidad de los
mismos y que pone un estado defensive que ha
tenido en la participaci6n de nuestro compainero
Diaz Balart la brillantisima oportunidad de decir
al pais las tantisimas verdades que 61 ha dicho y
poner a salvo la conduct de nuestro Gobierno en
todo este asunto.

El se lamentaba de que estos compafieros nues-
tros, que militan en las filas de la Oposici6n, no
se hubieran erguido en protest airada contra to-
dos aquellos que, dirigi6ndose al Gobierno y a sus
Congresistas, tratan de negar la realidad de nues-
tra funci6n para acusarnos de detentores de fun-
ciones que no nos pertenecen, olvidando que esta-
mos aqui por un respaldo leal y positive del elec-
torado cubano para ejercer a plenitud la funci6n
adecuada.

Yo quisiera que estos asuntos que yo refiero,
de tangencia econ6mica tan interesante para to-
dos, tuvieran tambi6n una oportunidad para que
de una vez y para siempre, en el debate amplio
de estos acontecimientos que a todos interesan,
podamos orientar a la opinion ptiblica y busque-
mos justificaci6n en la conduct del Gobierno, en
su conduct administrative y en su political azuca-
rera, para que si es que estamos equivocados, con
la obligaci6n que la caballerosidad y el deber im-
ponen, hagamos la rectificaci6n del caso, y si la
raz6n nos asiste, como creemos, recibir, porque
ello es responsabilidad de todos los Legisladores,
la cooperaci6n valiosisima de esos dignisimos Con-
gresistas.

Voy a terminar para dar la oportunidad a otros
compafieros que continfien, en esta sesi6n fecun-
da, el anAlisis de todo lo que aqui se ha produ-
cido y que la prensa cubana, en su gesti6n de
orientar a la opinion pfiblica, tome nota de estos
acontecimientos y haga juicio de todas estas ase-
veraciones para que el pais conozca, en todos sus
detalles, los acontecimientos aqui relatados y en
todos sus Angulos todo lo que aqui se ha expues-
to, buscando la verdad para ayudar al pais y lo
que sea mis fecundo para la naci6n cubana.
Termino felicitando al compafiero Diaz Balart
que con tanta brillantez y tanto calor esta toman-
do la defense de la Mayoria de la CAmara, y que
estA combatiendo esta Moci6n que no represent
otra cosa que la repetici6n de una Petici6n que
ya fuk concedida con amplitud y generosidad por
esta Mayoria, que era la Petici6n de Datos, a los


efectos de buscar la verdad de lo que aqui se ha
relatado, y es lo que estamos buscando, la verdad.
La iniciativa de la Oposici6n no ha tenido tiempo
de ser tramitada, por lo que no se puede dar por
sentado las actuaciones judiciales que tienen que
estar a cargo de los Tribunales de Justicia.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene
la palabra el Sr. Eliseo Guerra.

Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Sr. President y
sefiores Representantes: La modalidad del distin-
guido compafiero lider del Comit6 Parlamentario
Progresista, Diaz Balart, que ha introducido esta
noche en el planteamiento de la solicitud de inte-
rrupci6n, en la oportunidad que consumia su tur-
no contra la iniciativa traida por el Representante
que habla al Pleno de esta CAmara, me obliga a
tener que argumentar y extenderme nuevamente
en el uso de la palabra, por el hecho de que en
la ocasi6n en que yo apelaba a su gentileza, que-
ria contestar una alusi6n que hiciera de modo
err6neo sobre la presentaci6n de esta iniciativa.

Yo quiero aclarar que no es cierto que des-
pu6s de un mes de ocurridos los hechos se haya
traido al Pleno de la Camara, esta iniciativa y
apelo a la caballerosidad, se iedad y hombria de
bien del Jefe de Despacho de la Camara y del
compafiero Presidente, Sr. Godoy Loret de Mola,
para que nos diga si no es cierto que con fecha
6 de septiembre fu6 presentada en la Jefatura de
Despacho la iniciativa que fu6 objeto de este lar-
go debate.

Aqui se ha dicho que ha habido una irrespon-
sabilidad, cuando eso no es cierto, pues hemos re-
cogido el clamor de las protests del caso del Cen-
tral "Washington", y las hemos denunciado a los
cuatro vientos, diciendo que en Cuba no existe un
clima de garantia ciudadana y que no se respeta
la integridad de ese document sagrado que es
la Constituci6n.

Yo le hubiera hecho esta aclaracion al compa-
fiero Diaz Balart, si en aquella oportunidad me
hubiera permitido la interrupci6n, pero quiero fe-
licitarle por su nueva modalidad, quiero ahora ha-
cer referencia a otros arguments que aqui se
han expuesto, y enarbolados, cuando leia un do-
cumento acusando a los gobernantes "aut6nticos".
Yo no voy a enumerar los hechos de sangre que
lesionan a los hombres que en estos moments
tienen la responsabilidad del gobierno del pais,
porque desde Antonio Guiteras hasta el asesinato
de "Pipi" Hernandez, hasta la muerte del coman-
dante Agostini, tienen fresca todavia la sangre en
la acusaci6n de la conciencia ciudadana, que no
es precisamente a aquellos que gobernaban en la
oportunidad en que Diaz Balart, hacia la relaci6n
de aquellos casos, recogiendo antecedentes de
Prensa.

El compafiero Milan6s Tamayo, dijo que no tie-
nen relaci6n estos hechos con las circunstancias









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 55


que se estan tratando, pero es que nosotros tene-
mos que dejar esclarecidos los mismos.

Decia Diaz Balart, que no habiamos asumido
nosotros la actitud de defense del Congreso en
determinadas ocasiones. iQu& estamos haciendo
si no es defender el prestigio y el cr6dito de este
Parlamento que es la tribune del pueblo, trayendo
una cuesti6n de tanta importancia, tan vinculada
a la sociedad por la exigencia que el respeto a la
ley y a los derechos ciudadanos nos impone?
Al hacer el planteamiento responsible aqui esta
tarde, estamos defendiendo el prestigio y el buen
nombre de este Congreso, al que nos honramos
nosotros en peitenecer.

Decia el compafiero Cindido Mora, justificando
lo injustificable, de una massacre cobarde que el
Ej6rcito, "Ej6rcito de Batista", sus palabras tex-
tuales. No el Ej6rcito de la Republica, ni del pue-
blo, que habia actuado bien, y yo quiero decirle
al compafiero Candido Mora que habria actuado
bien porque era el "Ej6rcito de Batista", estaba
justificando con ello, quizas si el celo, la extrali-
mitaci6n de funciones, la preocupaci6n del halago
o del gesto de guataqueria, al que result gober-
nante, y en este caso, especialmente que se trata
del Central "Washington", que se dice en la calle
es del Presidente de la Repfiblica, y si es cierto
que es de Batista, tiene raz6n, Cindido Mora, pa-
ra decir que el Ej6rcito de Batista ha actuado bien.

Los actos del Central "Washington" se han que-
rido justificar como producidos por cuestiones del
movimiento obrero, cuando lo cierto es que se tra-
ta del problema del azfcar de "bibijagua", porque
alli se ha justificado esa producci6n de azficar en
perjuicio de la economic national.

Aqui se ha dicho por el compafiero Cindido
Mora, en la oportunidad que hablaba, justificando
el hecho del Central "Washington", que no podia
acusarse a Fulgencio Batista de la realizaci6n de
ese hecho; expresaba que era el Presidente Batis-
ta conductor y guia de las conquistas obreras. Yo
quiero preguntarle al Sr. Candido Mora si es con-
quista obrera, si es soluci6n y si es bienestar del
trabajador cubano esa consigna, que es expresi6n
de hambre y dolor, de miseria para el trabajador
azucarero y portuario, la imposici6n brutal de los
embarques de azficares a granel logrado en los
filtimos dias de la provisionalidad marcista.

Yo quisiera que el Sr. Candido Mora me expli-
cara tambi6n si es conquista del proletariado cu-
bano la rehaja de salaries, la burla del derecho
social que sufre el movimiento obrero a trav6s del
territorio national.

Expresaba el Sr. Cindido Mora que Conrado
Rodriguez habia cometido el delito de traer a la
Camara de Representantes las pruebas documen-
tales que tienen que estar en los Tribunales de
Justicia al referirse a las ropas ensangrentadas
de esos he manos de trabajo del Central "Wash-
igton", que el compafiero Diaz Balart, en un tono


jocoso justificara que podia ser sangre de un "chi-
lindr6n" en una fiesta de trabajadores, con irre-
verencia y falta de respeto para aquellos que fue-
ron victims del hecho brutal de referencia.

Decia el Sr. Candido Mora que esas pruebas
acusatorias tenian que estar en los Tribunales de
Justicia, y se olvidaba que en el pupitre del Lider
del Partido Acci6n Progresista esta un expediente
que correspond al Ministerio de Gobernaci6n y
que no s6 qu6 Ley ni acci6n official autoriza que
venga a la acci6n personal ni a la representacion
partidarista un document official que no ha sido
pedido oficialmente por este Cuerpo ni por una
Comisi6n que estuviere interviniendo en el pro-
blema, a menos que se haga esta aportaci6n del
expediente para convertirlo en instrument y ac-
ci6n de los hombres que integran la Mayoria gu-
bernamental, o es que el delito estaba en las ca-
misas ensangrentadas de los dignos trabajadores
victims de la acci6n brutal de los miembros de
las fuerzas pfiblicas del Municipio de Santo Do-
mingo, donde esta tambi6n esa propia dejaci6n
del cumplimiento de la Ley en que traiga DTaz
Balart un expediente o document que correspon-
de al Ministerio de Gobernaci6n.

El compafiero Milanes Tamayo hizo referencia
en su breve interrupci6n a una an6cdota que na-
da tiene de significaci6n con este hecho de tan
extraordinaria importancia del que esta latente la
ciudadania, porque no es como Pardo Jim6nez ex-
presara en sus palabras finales: preocupaci6n por
el hecho de que dos distinguidos compafieros de
esta CAmara, Conrado B6quer y Conrado Rodri-
guez, hubieran sufrido el ultraje y el atropello en
su condici6n de Congresistas, desconoci6ndose la
inmunidad parlamentaria, porque antes, como
combatientes del movimiento obrero, sufrian esas
propias persecuciones y atropellos en ocasiones
sin estar investidos de la condici6n congressional,
como la sufriera el que habla en su condici6n de
periodista en la tribune de oposici6n y combat
que ain mantiene en la ciudad de Camagiiey.

No es el problema de si dos Legisladores su-
frieron en el caso del Central "Washington" la
acci6n brutal de la fuerza pfiblica, lo que ha pre-
ocupado a los que hemos traido el problema a de-
bate en el Hemiciclo, nos ha preocupado la amena-
za grave que entrafia para la ciudadania y para el
movimiento obrero y para las garantias constitu-
cionales de que alardea el Gobierno en su tribune
de Prensa y Radio, no se est6n justificando y se
produzcan los hechos del Central "Washington",
que pudieran haber llenado de luto, de tragedia
y de dolor tantas y tantas families de los cincuen-
ta y tantos obreros que recibieron en su care la
acci6n del cuarenta y cinco y del sable aplicado
por los soldados en acci6n violent, de espaldas a
la Constituci6n y al derecho ciudadano.

Voy a terminar, porque no era mi proposito
consumer un nuevo turno en este problema que
los distinguidos lideres de la Mayoria guberna-
mental se empefian en restarle importancia, por









56 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


el hecho de que es una acusaci6n latente contra
el Gobierno, que se empefia en restarle apasiona-
damente importancia y saben que hay ya concien-
cia de pueblo en torno a los sucesos del "Wash-
ington", que ni uno ni veinte discursos, ni la lec-
tura de tantos y tantos documents de acci6n po-
litica de un tipo o de otro, podran desviar la co-
rriente de criterio ciudadano, porque ni el tele-
grama ni veinte telegramas mAs, ni las interpre-
taciones pasionales pueden justificar la sangre de
aquellos cubanos derramada en el Central "Wash-
ington", ni los planazos recibidos por los trabaja-
dores que tienen todavia sus carnes magulladas
porque, recogiendo la expresi6n de Diaz Balart,
refiri6ndose a la manifestaci6n que acompafiara a
Chibis a la CMQ, estos sucesos que van contra
el pueblo que produce la fuerza pfiblica, no se
registraran en el sentimiento de la democracia,
sino que se impulsan y amparan y toleran cuan-
do es la tirania y la opresi6n la que esta asu-
miendo y estrangulando el derecho de libertad de
expresi6n de un pueblo digno.

..(El Sr. Godoy abandon la Presidencia y la ocu-
pa el Sr. Vald6s Astolfi, siendo las 11:45 p.m.)

Sr. Toro Cabrera (Jose A. del).-Para una pre-
gunta a la Presidencia.

Sr. President (Vald6s Astolfi).-Tiene la pala-
bra el Sr. Del Toro.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-La pregunta es
esta: iCuAntas interrupciones en fila quedan en
este moment concedidas por el compafiero Diaz
Balart, que t6cnicamente estA en el uso de la pa-
labra?
Sr. President (Vald6s Astolfi).-Ocho.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).--CuAntas soli-
citudes para hablar en relaci6n con compafieros
que se han sentido aludidos?

Sr. President (Valdes Astolfi).-Cuatro.

Continfie en el uso de la palabra el Sr. Diaz
Balart.

/ Accede a la interrupci6n que le tiene solicita-
da el Sr. Amador Rodriguez?

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.).-Antes de
concederle la interrupci6n al compafiero Amador
quiero referirme en general a las interrupciones,
especialmente a la del compafiero Guerra Rome-
ro, que comenz6 interrumpi6ndome cogiendo el
ribano por las hojas, porque dice que yo dije que
61 habia presentado la Petici6n de Datos que se
discute en la noche de hoy casi un mes despues
de producidos los hechos, y yo no habl6 de pre-
sentacidn de Petici6n de Datos; yo me referia
que en el dia de hoy, casi a un mes del dia en
que se produjeron los hechos en el Central "Wash-
ington", en el dia de hoy es cuando se ha discu-
tido tan amplia y apasionadamente estos aconteci-
mientos; despu6s decia, y lo reitero ahora, que


se habia efectuado una Asamblea en el Central
"Washington", con toda la autorizaci6n del caso,
con todas las garantias debidas, y sin que tuviera
que lamentarse nada.

Es decir, que me referia a esta discusi6n que
han escenificado aqui alrededor y con el motivo
de esa Petici6n de Datos, que no dudo que haya
sido presentada en la fecha que dice Guerra Ro-
mero, pero que aun cuando lo fuera al siguiente
dia de los acontecimientos, habrf producido un
poco mas de serenidad y objetividad en el juicio
de los Representantes de la Oposici6n y no haber
sucedido, como ha sucedido aqui hoy, que se lanza
una series de brulotes y de falsedades que estamos
en el deber de rechazar con toda la energia del
caso.

En segundo lugar el que se refiere al manido
argument de la Oposicl6n, tratando de igualar
tocos los hechos de sangre que han ocurndo en
Cuba. No es asi. Cuando se sefala a los regime-
nes del "Autenticato" como los culpables de la
entronizaci6n en Cuba del gangstenrsmo, de los
asesinatos a mansalva cometidos impunemente en
las calls de La Habana, esto es una cuestl6n bien
distinta, y esa es la raz6n por la que hemos leido,
inclusive con nombres propios, lechas y lugares
de los acontecimientos del Autenticato en la etapa
de Grau, y todavia nos falta la etapa de Prio. No
es lo mismo que se atribuya a Batista, el caso de
Maidique, cuando todo el mundo sabe que es una
question distinta, y que se sabe su origen y cir-
circunstanclas, y que es muy facil ahora decir que
es un atentado .. Eso es diferente, a lo que es
un atentado personal, el crime cometido contra
un ciudadano de cualquier clase por pandillas
amamantadas, protegidas y pagadas por los diri-
gentes gubernamentales "autenticos", y los propios
sefiores Grau San Maitin y Carlos Prio Socarras.
Por eso, el caso tambien muy lamentable de la
muerte del ex Cdte. Agostini, que no se puede
decir que es un atentado personal. Todo el mundo
sabe y el Gobierno tambien, que fu6 una muerte, y
ocurri6 en una refriega con la fuerza puiblica, y
todo el mundo, inclusive el Gobierno, ha declara-
do que muri6 a mano de la fuerza piblica cuando
iba a ser detenido; Agostini estaba al margen de
la Ley despues de una Amnistia Politica, dictada
por el Congreso a iniciativa de esta Camara, es
decir que todos los ciudadanos que estaban al mar-
gen de la Ley en aquella 6poca tuvieron la opor-
tunidad a trav6s de esa amnistia de dirigirse a los
Tribunales de Justicia para acogerse a la misma,
como lo hicieron una gran cantidad de dirigentes
del propio Partido "Aut6ntico" Abstencionista, sin
que fueran molestados, recibiendo toda clase de
garantias, y despues que se promulg6 esta Ley
de Amnistia pedida por los lideres de la Oposi-
ci6n aqui, asegurando que seria el camino de la
paz definitive, que traeria por los senderos cons-
tructivos a todos los hombres que estaban fra-
guando la guerra civil, despues que votamos esa
Ley de Amnistia, el ex comandante Agostini se-
guia en estado conspirativo y la fuerza pfiblica tu-









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 57


vo un encuentro personal con el, con el lamenta-
ble desenlace que todos conocemos.

En definitive son los Tribunales de Justicia los
que dirin la ultima palabra en esta cuesti6n, y
no es la Oposici6n ni nosotros lo que podremos
apreciar los hechos porque ni unos ni otros estu-
vimos alli.

Y en ultimo lugar, a lo que se refiere el Sr.
Guerra Romero: Me extrafia que se asombre que
tengamos algunos documents fotostAticos en
nuestras manos. Tal vez le moleste que sea por-
que ha echado por el suelo todos sus arguments
y ha desbaratado el "show" que tenian preparado.
Quiero decir que mi Comite Parlamentario del
Partido Acci6n Piogresista, que me honro en pre-
sidir, tiene personalidad juridica para dirigirse a
traves de petici6n al Ministro de Gobernaci6n, en
demand de copias fotostAticas, que puede brin-
darse por el Gobierno a cualquier ciudadano, y
con muchas mas razones al Comite Parlamentaiio
del Partido Acci6n Progresista que ha tenido la
satisfacci6n de ver contestadas por el Ministro de
Gobernacion su petici6n, ya que esa autoridad es
el primer interesado en que estos sucesos queden
esclarecidos, ya que se trata de un funcionario
honest, brillante y talentoso que no esta dispues-
to a que se teIgiversen los hechos en contra de
su correct actuaci6n como Ministro del Gobierno.

Sr. Amador Rodriguez (Juan).-Pido la palabra
para una interrupci6n.

Sr. President (Vald6s Astolfi).-Tiene la pala-
b:a el Sr. Amador.

Sr. Amador Rodriguez (Juan).-Sr. President
y Sres. Representantes: Hemos escuchado con pa-
ciencia extraordinaria las argumentaciones que se
han esgrimido esta noche aqui en relaci6n con he-
chos y acontecimientos diferentes. No es nuestro
objetivo, porque siempre hemos mirado hacia ade-
lante, hacia los horizontes de la Patria, hacer re-
ferencia a las pAginas negras y bochornosas de
nuestra Historia. No tenemos complicidad con
ninguno de los acontecimientos y no es nuestro
prop6sito que se nos desvie con argucias parla-
mentaiias, del objetivo fundamental que nos
anima.

Oimos al lider del Partido Mayoritario del Go.
bierno, justificando ins6litamente la artera y crimi-
nal agresi6n perpetrada en mas de cincuenta cam-
pesinos cubanos que se reunian pacificamente en
una Asamblea de Trabajadores del Central "Wash-
ington". De manera extiafha conocemos una faceta
desconocida de Diaz Balart, cuando le vimos tra-
tando de darle jocosidad e hilaridad a hechos ca-
lificados de criminosos, al crime cometido con
los obreros del Central "Washington". Habl6 has-
ta de chivos, como si fuera este pobre animal el
que se reflejara en la mente, en los instantes en
que hacia referencia, nada menos que a un chivo,
a un paquete preparado y organizado por el Mi-
nistro de Gobernaci6n, Sr. Santiago Rey y Pernas,


para justificar tambi6n la artera y criminal agre-
si6n a los trabajadores del Central "Washington".
No fu6 Conrado Rodriguez el que plimero hizo
referencia al paquete de Santiago Rey. Fu6 pre-
cisamente el Representante que habla en la sesi6n
celebrada el pasado mi6rcoles, contestando al Sr.
Candido Mora, el que afirm6 categ6ricamente que
Santiago Rey, Ministro de Gobernaci6n, trataba
de justificar con ese burdo papel la altera y cri-
minal agresi6n a los trabajadores.

Diaz Balart, ahora niega lo que afirm6 al princi-
pio. Ahora dice que se trata de pruebas fotostiti-
cas y tambien afirmaba que se trataba de documen-
tos positives, reales, de pruebas concretas, de certi-
ficaciones de documents y de telegramas origi-
nales, que acompafia en el mencionado paquete.
Diaz Balart, no hizo una sola referencia a la agre-
si6n fisica a los trabajadores del Central "Wash-
ington". Se desvi6, se fu6 por la tangente, habl6
de los crimenes y de los crimenes que siempre
han tenido la condena pfblica del que habla, y
tendrAn siempre la concenaci6n mas extraoidina-
na y fire, produzcase donde se produzca, ayer,
hoy y maiana.

Condenaremos y rechazaremos el crime, venga
de donde venga y parta de donde parta. Hizo re-
ferencia a ellos; ley6 una nota, una lista terrible
de nombres; pero no hizo ieferencia en nlngun
moment a la agresi6n. Lo del telegrama, del per-
miso fue tocado, pero no justifico por qu6 raz6n
se atac6 impunemente a tiros, a baiazos, y a plan
de machete a los obreros y campesinos que paci-
ficamente se reunian en el Sinticato del Central
"Washington", para reclamar nada menos que los
derechos que deteiminan las leyes. Despues escu-
chamos las palabras del Representante Candido
Mora, que logicamente tuvo que salir a defender
a quien es su amigo entraiable, a quien ha sido
su buen amigo siempre: el Sr. Santiago Rey; y
Candido Mora hizo eso en uso de arguments que
se pueden califlcar de inexactos, cuando afirmaba
categ6ricamente que 61 tenia la sospecha ya de
que to que primero se crey6 era cierto ahora creia
que era falsa, porque con ello se aludia a un ami-
go entrafiable a quien 61 quiere y para quien tiene
deferencias. Es decir, que si no se hublese tocado
ni con el p6talo de una floor la sensibilidad de
amigo del Representante Candido Mora, entonces
61 hubiera justificado y creido que las afirmacio-
nes hechas aqui esta tarde por los Representantes
Conrado B6quer y Conrado Rodriguez eran cier-
tas y tenian su protest y tenian su rechazo. Pero,
;ah!, se toc6 la sensibilidad de amigo -actitud que
yo aplaudo-, del Representante Cindido Mora y
tenia que pensar que lo que afirm6 no era cierto
y que ahora tenia que hacerlo de otro modo. Sus
palabras son suficientemente elocuentes para ex-
plicar su real y positive estado de Animo.

Nos permitimos repetir al pie de la letra frases
de el, cuando dijo que los Representantes B6quer
y Rodriguez, en sus fueros internos, sabian que









58 DIARIO DE SESIONES DE LA

no era cierto lo que decian. Y yo puedo afirmar
que el distinguido compafiero Candido Mora pue-
de tambi6n asegurarse que en su fuero interno
sabe que ha reaccionado como amigo, pero que no
ha reaccionado precisamente porque est6 conven-
cido que los Representantes Bequer y Rodriguez
no han dicho la verdad.

Yo deploro, Sr. President y sefiores Represen-
tantes, que un hecho que debia de tener la con-
denaci6n de todo el Cuerpo se haya desviado por
caminos que no eran precisamente nuestro obje-
tivo.

Repito que nos animaba el prop6sito fnico de
depurar las responsabilidades y para ello era ne-
cesaria la colaboraci6n y comprensi6n de los sefo-
res Representantes de la Mayoria. Queriamos es-
clarecer los hechos, depurar responsabilidades y
protestar en fltima instancia del atropello inferi-
do a dos distinguidos representatives de la Oposi-
ci6n, que fueron golpeados salvajemente por dos
miembros de la fuerza public, que deshonran el
uniform que visten y el Cuerpo a que pertene-
cen; pero despues de terminada la brillante inter-
venci6n gubernamental del Representante Mora y
del Representante Diaz Balart, habl6 el lider prin-
cipal de los Partidos de Gobierno, Sr. Pardo Jim-
nez, y produjo el ataque mis director y mas a fon-
do que se le ha hecho al Gobierno del General
Batista hasta aqui, cuando hace afirmaciones de
esta naturaleza: "El Gobierno no ha sido eficaz
en la persecusi6n del azfcar de "bibijagua", en
las medidas que ha tomado para perseguir el asun-
to del azicar de "bibijagua". Y despues afirmar,
a continuaci6n, que se produce el azficar de "bi-
bijagua" a despecho de la cuota y en contra de
la economic national, responsabilizando al Gobier-
no del Presidente Batista y despues afirma, en
conclusions definitivas, que es un gran despojo
a los derechos de los que tienen asignadas cuotas
por el organismo azucarero.

Estas manifestaciones del Sr. Pardo Jimenez
son correctas y nosotros somos capaces de sus-
cribirlas.

Naturalmente, Sr. President y sefiores Repre-
sentantes, queremos insistir en que aspiramos a
que los representatives del Gobierno demuestren
aqui, esta noche, con sus votos que no son capaces
de permitir que no se esclarezcan definitivamente
los hechos acaecidos en el Central "Washington".
Y estamos demandando de vuestra sensibilidad la
mas alta comprensi6n, para que se depuren las res-
ponsabilidades. No nos anima en este prop6sito
ninguna intenci6n political o de grupo. Estamos al-
zando por encima de todos los criterios politicos,
el prop6sito que tenemos de que nuestra Repfibli-
ca march en definitive por los caminos de la paz,
que miren hacia el horizonte de la Repfiblica; que
se terminen los desafueros, que pensemos que es-
te pais es digno de mejor suerte y de mejores des-
tines y para ello es precise la colaboraci6n de to-
dos ustedes.


CAMERA DE REPRESENTANTES

Yo apelo a la justeza de nuestros criterios; yo
apelo a vuestra condici6n de cubanos bien inten-
cionados. Dejemos a un lado el pasado; no hable-
mos de esas pAginas bochornosas en la historic de
Cuba. Miremos hacia adelante, hacia el horizonte
de la Patria y contribuyamos de una vez y para
siempre a que se depuren las responsabilidades y
a que obtengamos un porvenir mas brillante y mas
feliz para todos los cubanos.

Observen ustedes que no he hecho referencia
ni siquiera a los calificativos ofensivos vertidos
por distinguidos Representantes del Gobierno en
en relaci6n con miembros de este grupo parlamen-
tario que me honro en presidir.

Hubo una frase, que yo supongo tiene que ha-
b6rsele ido al distinguido compafiero Diaz Balart,
cuando acus6 a los representatives de la Oposi-
ci6n de defender las causes mis turbias y mas bo-
chornosas. Nosotros, que siempre hemos tenido
respeto para todos los sefiores Representantes,
estimamos que no merecemos esos calificativos
tan cafisticos del Representante Diaz Balart ni de
nadie.

(El Sr. Godoy Loret de Mola ocupa la Presiden-
cia y la abandon el Sr. Vald6s Astolfi.)

Hemos venido aqui porque estimamos, como he-
mos estimado siempre, que desde esta posici6n de
Representantes del pueblo podemos coadyuvar a
servir de alguna manera a la Repfblica, pero no
pensamos que somos nosotros los finicos poseedo-
res de la raz6n y del derecho. Todos tenemos de-
recho y todos podemos tener raz6n, pero es nece-
sario que cuando se cometa un hecho de esta na-
turaleza y las victims sean miembros de la Opo-
sici6n o del Gobierno, nos levantemos todos aqui
como un solo hombre para demandar de las auto-
ridades el respeto que merece la ciudadania.

Voy a terminar demandando de los sefiores Re-
presentantes que cuando llegue el minute de pro-
testar del crime y artero ataque a los trabajado-
res del Central "Washington", haya un criterio
del Cuerpo y no un criterio de determinados Re-
presentantes.

No se puede negar que los hechos se produje-
ron. Que hay once heridos de balas y cuarentitres
heridos y lesionados por otras armas, el plan de
machete y las espuelas de la guardia rural.

Es precise que esos campesinos y obreros de
Las Villas y los campesinos y obreros de toda la
Repiblica no digan maiana que en esta CAmara
de Representantes hubimos Representantes que
no fuimos capaces de protestar por una agresi6n
a ellos, y que hay Representantes que no sean ca-
paces de protestar por esa agresi6n y protestar y
demandar de las autoridades el esclarecimiento
total de los hechos.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-A los
efectos de la lista confeccionada por la Presiden-








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 59


cia para hacer uso de la palabra para contestar
alusiones, entiende la Presidencia, y pregunta al
Sr. Amador Rodriguez si 61 lo entiende asi, que
habiendo tenido esta oportunidad, se ha quedado
descargado de ellas.

Sr. Amador Rodriguez (Juan).-Si, sefor.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Conti-
nfia en el uso de la palabra el Sr. Diaz Balart.

El Sr. Soler le pide una interrupci6n. ..

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-Sr. Pre-
sidente y sefiores Representantes: Antes de con-
cederle la interrupci6n al compafero Soler, quie-
ro referirme a unas palabras del compafiero Juan
Amador Rodriguez. El decia que eran certifica-
clones en mi primera intervenci6n y que ahora
eran copias fotostaticas. Yo mantengo que eran
certificaciones y copias fotostaticas.

Sr. Amador Rodriguez (Juan).-El dijo origi-
nales ..

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-Efectiva-
mente... Certificaciones y copias fotostAticas de
los originals.

El decia que no hemos hecho referencia a las
agresiones a los trabajadores. Si hemos hecho re-
ferencia y 61 se refiri6 a unas palabras mias, que
dije que los Representantes de la Oposici6n de-
fienden cosas torpes y deleznables y apel6 a nues-
tro sentido de compafierismo. Yo no he tenido la
mas ligera intenci6n de lastimar o molestar a nin-
gin compafiero, y si alguna palabra mia lo ha mo-
lestado, yo ofrezco mis excusas.

Pero llamo la atencion a los compafieros del
Partido Acci6n DemocrAtica Independiente y a los
compaferos del Partido Revolucionario Cubano
"Aut6ntico", a la forma en que ellos han plan-
teado, cogi6ndolo como tActica, para defender lo
indefendible y que nos pone a nosotros en una
situaci6n dificil. Eso es precisamente lo torpe por-
que es la misma posici6n, para presentar un simil
de tipo legal, de aquel que para tapar un hurto
compete un asesinato.

Cuando ustedes estan planteando concretamen.
te, como lo han hecho, que el Ministro de Gober-
naci6n del Gobierno ha fabricado un burdo pa-
quete, nos estan diciendo a los Representantes
del Gobierno que somos elements sin dignidad y
sin decoro; que venimos a plantear a la CAmara
de Representantes un paquete preparado para de-
fender al Gobierno, y eso no podemos aceptarlo.

Estoy seguro de que todos los lideres de la Ma-
yoria serian incapaces de acudir a ese procedi-
miento para defender al Gobierno. Nosotros no
tenemos necesidad de eso. Ahora mismo, por ra-
zon de los acontecimientos en que perdi6 la vida
el ex comandante Agostini, el que habla ha defen-


dido la tesis del Gobierno y ha declarado que pe-
reci6 en un encuentro con la fuerza pfiblica.

Sr. B6quer Diaz (Conrado).--iMe permit una
interrupci6n el compafiero con la venia de la Pre-
sidencia?

Sr. President (Godoy Loret de Mola.-El Sr.
B6quer le pide una interrupci6n, pero antes le
han pedido interrupci6n otros sefiores Represen-
tantes. Si el orador Diaz Balart concede la inte-
rrupci6n al Sr. B6quer puede alterar el orden de
los turnos...

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.): Hay otros
compaieros que han pedido interrupciones con
antelaci6n, pero como el compafiero B6quer es uno
de los protagonistas de los acontecimientos a que
nos estamos refiriendo, no quiero dejar de conce-
d6rsela.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. B6quer.

Sr. B6quer Diaz (Conrado): Sr. President y se-
iores Representantes: He querido utilizar este
turno, por la via de la interrupci6n, para dejar
precisamente a un lado el que he pedido para con-
testar alusiones, y ademas quitarme las imputacio-
nes que se me han hecho. Pero antes debemos ha-
blar de algunas cosas que err6neamente se han
querido interpreter.

Cuando hice mi informaci6n, y me remito a las
cuartillas taquigi ficas, yo decia que la CAmara
de Representantes confrontaria esta misma difi-
cultad del central "Washington" en los centrales
tales y mAs cuales, en los que nosotros habiamos
denunciado que se hacia azicar "bibijagua". Es
la raz6n que yo traje a la CAmara de la cuesti6n
planteada que en algunos ingenios tendriamos ese
problema.

Lamentablemente, esta tarde el compaiero Diaz
Balart, a quien yo desconocia en esa faceta, ha in-
ventado una novela a lo Carolina Invernizio expo-
niendo la cuesti6n del "Washington" a su antojo y
como si esto fuera poco, me hace una acusaci6n di-
ciendo que Conrado B6quer es el responsible de
estos hechos. Esto me parece infantil por par-
te de Diaz Balart. Podriamos contestarle con una
negaci6n pedante, pero no es esa la norma nuestra
en el Parlamento.

Sr. President y sefores Representantes: S61o
me resta decir que le doy la importancia a las pa-
labras de Diaz Balart, como se la podria dar a las
del "Caballero de Paris" en el Prado de La Haba-
na, porque los trabajadores de mi provincia saben
que lo manifestado aqui por Diaz Balart, no es
nada mAs que un egoismo politico.
Quisiera que 61 fuera a la Asamblea de esos tra-
bajadores, para demostrarle la inexactitud de sus
palabras, y seguro que le responderian dici6ndole
que no, que no son sensatas todas las cosas que 61
estA diciendo.









60 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES
-- _____~---~El-- ~ -~___~~_. ~__~___.3-.~__~~e


A nosotros no nos interest ningun asunto poli-
tico. Tratamos de no entorpecer al Ej6rcito y a ia
Policia. La Policia nos registr6 en la Asamblea dei
dia 17, para que hoy se nos haga inculpaciones po-
liticas; pero lo que ocurre es que asi como hay avio-
nes que rompen las barreras del sonido, Diaz Ba-
lart, ha roto las barreras de la calumnia y la men-
tira diciendo falsedades.

Si Diaz Balart, no tiene lo que a mi me sobra,
yo lo reto para que diga en pfblico, en Santa Cla-
ra, toda la verdad.

Sr. Lima Delgado (Luis): Sr. President, para
una cuesti6n de orden. Yo creo que el compafiero
se esta aislando de todas las normas parlamenta-
rias y prudentes.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): La Presi-
dencia le ruega al Sr. B6quer que de las palabras
del Sr. Diaz Balart...

Sr. B6quer Diaz (Conrado): Es que Sr. Presi-
dente ...

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Sr. B&-
quer, Sr. B6quer, la Presidencia le ruega... (to-
ca la campanilia). ..

La Presidencia le ruega que de las palabras del
Sr. Diaz Balart, no haya, porque no pueden hacer-
se, calificativos que van contra las normas parla-
mentarias.
Sr. Bequer Diaz (Conrado): No he hecho ningu-
na alusi6n de tipo personal, lo que he querido es
defenderme de una series de imputaciones cuando
se nos acusa de ser los responsables, los autores
del telegrama.
Y si eso fuera possible, si pudi6ramos pasar los
telegramas en la forma que aqui se ha dicho, yo
pondria en libertad a los press amigos. Lo que
se ha dicho aqui es una calumnia, y parece men-
tira que hombres que han sufrido el rigor del
Ej6rcito, quieran hacernos parecer como si hubie-
ramos planeado el tiroteo a los trabajadores. Eso
es horrible. Yo rechazo toda esa afirmaci6n, y
quiero hacer resaltar que nosotros no tenemos mis
inter6s que esta CAmara, conozca y condene la agre-
si6n que nos ha hecho el Ej6rcito en nuestra con-
dici6n de Representantes.

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.): Sr. Presi-
dente y sefores Representantes: Yo creo que des-
de luego es muy saludable el extreme a que se ha
conducido esta pol6mica, me parece que si la hubi6-
ramos planeado, no hubiera salido mejor, porque
es caracteristica de los que no tienen raz6n, ni
dicen verdad, apelar a las cuestiones personales, a
las insolencias, a los ataques y golpes bajos, para
soslayar el tema y hacer que se termine la cues-
ti6n.

Puedo contestar las cuestiones de tipo personal
que 61 ha tenido el mal gusto de expresar en este
hemiciclo, pero mAs que a mi mismo, respeto la


investidura de mis compafieros que en este he-
miciclo, me hacen el honor de escucharme, a los
companeros distinguidisimos del Partido Acci6n
Progresista, que me han honrado con la posici6n
de President Lider.

No voy a referirme a sus puntos de vista, porque
los mios le han hecho perder los estribos al Sr.
B6quer. No tengo ninguna opinion desfavorable
para el "Caballero de Paris", que es una persona
que tiene la desgracia de no tener fortune y de
no tener ninguna profesi6n liberal, de no haber
pasado por las aulas universitarias, ni tampoco po-
de se ganar la vida como lider obrero. Y le digo
al Representante B6quer, que si mis acusaciones
tienen la fuerza del "Caballero de Paris", las de
61 tienen la fuerza de ser un representative de
Carlos Prio.

En cuanto a que nosotros hemos venido aqui a
decir cuestiones falsas, yo le digo a todos los Re-
presentantes que hemos venido a decir la verdad,
lo que ocurie es que no aceptamos bravuconerias
de los representatives de la Oposici6n como ha
hecho gala el Sr. B6quer. Por eso estamos nos-
otros aqui presents, pero con toda energia soste-
niendo una verdad. Yo digo que el paquete no es
de Santiago Rey sino de Conrado B6quer y sus
amigos. Ellos saben bien que mienten cuando di-
cen que el Gobierno y el Ministro de Gobernaci6n
han construido el paquete. Yo lo estoy afirmando
a plena responsabilidad, porque estoy totalmenie
seguro de ello, que estos telegramas falsos como
va a haberlo inventado el Ministro de Gobernaci6n.
que pas6 un telegrama que obra en poder del Se-
cretario General del central "Washington", de fe-
cha 31 de agosto. LEs verdad este hecho o es
mentira?

Si obra ese telegrama en poder del Secretario
General del central "Washington", de fecha 31 de
agosto, denegando el permiso que se solicita, ofi-
cialmente por el Ministro de Gobernaci6n, Z,c6mo
se le puede ocurrir al Ministro Rey, despu6s cons-
truir un paquete tan burdo como este?

Ademis, el distinguido compafiero B6quer se
siente ofendido en su dignidad personal porque se
dice que es un paquete construido, c6mo ha de sen-
tirse ofendido tambi6n el Sr. Santiago Rey, y por-
que 61 est6 ausente no hemos de cometer esa in-
famia, y en su ausencia yo lo represent a pleni-
tud de responsabilidad, y no puedo permitir que
se diga que falta a su caballerosidad y hombria
de bien construyendo un burdo paquete como este.

Yo he probado, documentalmente, que el Juez
de Instrucci6n que process al lider obrero que fu6
a pasar el telegrama, le ha dado la raz6n previa-
mente en esta discusi6n que sostenemos Conrado
B6quer y yo, porque el Juez de Instrucci6n, que
no es de Batista, ha procesado, una vez mis repito,
con mil pesos de fianza no a un funcionario del
Ministerio de Gobernaci6n, ni a un amigo del doc-
tor Santiago Rey, sino al senior que puso el tele-








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


g ama, que es un empleado de Conrado B6quer.
Luego 61 ha fallado ya previamente esta cuesti6n.

En cuanto a lo demis, es muy lamentable que
para justificar estas cuestiones political se apele
a estos procedimientos.

Yo no hubiera querido hacer la referencia a este
caso, inclusive he cumplido con mi deber porque
mi condici6n de lider me exige que me ajuste a
la verdad en cada moment y que actfie a pleni-
tud de iesponsabilidad y decoro. Yo, sin embargo,
tuve buen cuidado, en medio de estos deberes, que
son a veces ingratos, porque no tengo ninguna ne-
cesidad de construir estos tipos de arguments en
contra de un Representante a la Camara que esta
igual que yo en este hemiciclo. Sin embargo, cuan-
do nuestros deberes nos ponen en esta situaci6n
tenemos que confrotarla con toda la responsabi-
lidad, sin que nada ni nadie nos impida hacer hin-
capi6 en el cumplimiento de nuestros deberes.

Como 61 me dijo, en forma velada, que estaba
dispuesto a sostener que posteriormente a estos
acontecimientos, y yo habia silenciado en aras a la
amistad al Representante B6quer, pero ahora, des-
pues que 61 me ha hecho estos emplazamientos de
tipo personal, llegando hasta a decirme que a mi
me falta lo que a 61 le sobra -que no s6 lo que a
61 le sobra tanto, no s6 a qu6 se refiere 61 que le
sobra tanto,- yo habia soslayado, repito, exterio-
rizar la conversaci6n que sostuve con el joven Ma-
ceo, quien me dijo que despu6s de estos aconteci-
mientos habian llegado a ofrecerle hasta quinien-
tos pesos para que silenciara la verdad.

Y para demostrar que es tanto el iiedo que me
han metido, he tenido que decir esto.

Le han ofrecido, inclusive, quinientos pesos a!
S'. Maceo, para que no dijera la verdad de todo
esto, porque pensaron que era un infeliz a quien
podian silenciar mediante el soborno, quien en
definitive no es mAs que un muchacho oriental que
vino a La Habana a buscarse la comida. Pero no
debemos dejarnos impresionar ni amedrentarnos.
poroue el deber se cumple sencillamente, y estas
son las realidades que hemos mantenido aqui, de-
mostrando que es una ve-dadera patrafia que se
acuse al Gobierno y al Ministro de Gobernaci6n,
que no es capaz de emplear estos procedimientos.

Por eso me referia a eso ante las manifestacio-
nes del Sr. Conrado Rodriguez y dije y mantego
aue los responsables de esos atropellos son los
que fraguaron ese telegrama falso.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): Tiene la
palabra el Sr. Soler, para una interrupci6n.

Sr. Soler FernAndez (Waldimiro 0.): Sr. Presi-
dente y sefiores Representantes: No queriendo
que mis palabras en el transcurso de la imorovi-
saci6n, que es prooia del debate parlamentario, se
saliesen de los tranquilos causes de la ponderaci6n
y legasen a herir -ii,' ptiliilMr:-. es que uso es-


ta forma mixta de expresion de mi pensamiento
alrededor del problema que tan largamente se ha
venido debatiendo en estos moments.

Nuestra actuaci6n en el seno de la sociedad en
que vivimos siempre ha sido discreta y respetuosa,
en lo que cabe, del derecho ajeno, y esa, nuestra
ictitud, no obedece sino a que somos asi, por nues-
tra formaci6n educational. Estamos acostumbra-
dos a respetar pa a exigir con toda la entereza de
caricter que se nos respete tambi6n.

Tal vez algunos compafieros se extrafien de estas
digresiones del Congresista que habla, pero las
traigo a colaci6n para que sirvan de base expli-
cativa a los pronunciamientos que durante el des-
arrollo de esta inteirupci6n he de hacer, pero he
de hacerla a toda responsabilidad.

Nosotros, y personalmente el Congresista que
habla, estamos aqui representando una parte de la
ciudadania que nos seleccion6 para que traj6semos
aqui sus aspiraciones, su sentir, y de ello nos sen-
timos altamente satisfechos; aqui a 6sta, a la mis
alta tribune del pueblo, venimos a cumplir lisa y
llanamente con nuestro deber.

Desde luego que nuestro pronunciamiento en
este hemiciclo debe a nuestro juicio estar norma-
do siempre por la regla de la l6gica, por el camino
-le la verdad y el camino tambi6n que nos sefialen
las leyes.

Siempre hemos creido, y no ha habido cosa que
nos haga modificar ese criterio, que todas aquellas
soluciones basadas en arguments falaces traen a
la larga consecuencias fatales, produce eclosi6n,
-utilizando esa frase afrancesada,- o s6ase, reac-
clones violentas en determinados moments.

De aqui que seamos contrarios siempre en lo-
grar soluciones forzadas.

Estamos satisfechisimos de que aqui, de una
manera exhaustive, se haya tratado este problema
que embarga nuestra atenci6n. Estamos asistiendo
a este debate sobre los sucesos acaecidos en los
primeros dias de septiembre, allA por los alrede-
dores del central "Washington", en ocasi6n de la
"elebraci6n de la Asamblea de los obreros azu-
careros.

De una parte los distinguidos miembros del Par-
lido Revolucionario Cubano "Aut6ntico", y del
grupo del Comit6 Acci6n Democritica Indepen-
diente, miembros de la Oposici6n aqui en esta Ca-
mara, y de la otra nosotros, los elements respon-
sabilizados con el Gobierno de esa gran figure que
responde al nombre de Mayor General Fulgencio
Batista y Zaldivar.

No quiero desmenuzar con arguments ciertas
cuestiones planteadas por distinguidos compaferos
de labores congresionales, entire ellos por el Sr.
Eliseo Guerra y otros, compafieros del Comite Ac-
ci6n Democritica Independiente. Se ha tocado en


61








62 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


la sesi6n anterior de una manera magistral, por
el compafiero Carmelo Urquiaga, veteran parla-
mentario todo ponderaci6n, todo respeto, para los
miembros de esta Camara, porque parece que co-
noce a cabalidad su funci6n. Tambien de una ma-
nera clara y exhaustive, tanto el compafiero Can-
dido Mora, como el compafiero Diaz Balart, el com-
pafiero Casillas y el lider de los lideres Sr. Pardo
Jim6nez. Nosotros que hemos visto que aqui se
han esgrimido los arguments y pruebas en busca
de la verdad, que esos arguments y esa verdad
es lo que debe primary siempre en nuestros actos.
Con bravuconerias, con golpes de efecto nada con-
seguiremos ni estamos dispuestos nosotros a tole-
rar esto en ningfin moment, ni bajo ninguna for-
ma. Nosotros debemos recorder aqui el c6lebre
aforismo de ese Maestro de Maestros que se llam6
don Jos6 de la Luz y Caballero, que nos legara su
pensamiento en esta forma: "S61o la verdad nos
pondri la toga viril". Esa verdad, se abre paso.
Al calor del debate hemos escuchado a nuestros
opositores, que en sus afanes de capitalizar politi-
camente ese desgraciado suceso en que algunos de
ellos fueron narte y para impresionar a la opinion
public sensiblera, -no a la responsible y madu-
ra-, han manejado a su antojo el sofisma y hasta
el insulto mismo, que en political y cuando se tiene
el concept de la liberalidad, la consecuencia del
hombre maduro, que ha recibido aunque sea un li-
gero bafio de educaci6n y cultural, no queda mas
remedio que dejarlo pasar, aunque s6lo sea por
aquello de seguir la ensefianza aue ;e deriva de Is
siguiente frase cristiana: "Perd6nalos, Sefior, que
no saben lo que dicen, no saben lo que hacen."

La intervenci6n del querido comDafiero y siem-
Dre inquieto Sr. CAndido Mora, coterrAneo nues-
tro v que como la campifia de nuestra regi6n pre-
senta siempre nuevos e interesantes motives, ha
venido a poner el dedo en el punto Algido de la
cuesti6n. sefialandonos que "nuestro derecho ter-
mina. donde comienza el derecho aieno". Nos ha
llamado a analizar los hechos conforme cuadra a
la ley.

Todos estamos enterados nor la prensa national.
vocero orientador del pueblo, que segin lo mani-
festado nor el Sr. Ministro de Gobernaci6n. Sr.
Santiago Rev Pernas. figure one enaltece a nues-
tro Partido Dem6crata, y enaltece y presticia a
nuestro Gobierno. nor su cananidad. nor su talen-
to v homb'ia de bien. Este habia denepado el per-
mion narn el acto dpe central "Washington", por
motives de orden pfiblico. One fu6 cursado un te-
learama falco nor nersonas interesadas en que el
acto se celebrate. Si esto es cierto. como tiene oau
serlo va one pl Sr MOr-a Mnraple tPlnpe n su node"-
las nruebas documentales one determinan esa fal-
sedad. el honorahle Sr. Ministro de Gobernaci6n
no resulta culnnhle de las conseceincias habidaQ
de la irrPsnonsahilidad del aue falsific6 o de lo0
one falsificarnn el telegrama concediendo un Der-
miso illegal. Si al amnaro de ese telegrama se ofre-
ci6 el acto v ocurripron los lamentables sucesos
vo me neaunto: ; Oui6n es el culpable de la cP-
lebraci6n de la Asamblea y sus consecuencias?


iQuienes si no los autores intelectuales y materia-
les de haber cursado el susodicho telegrama, fue-
ron los que motivaron la celebraci6n de la Asam-
blea con su lamentable derivaci6n? Tenemos que
insistir en esta cuesti6n, porque es el punto focal
de esos lamentables sucesos del central "Wash-
ington". Ese telegrama falso fu6 el que motiv6 la
celebraci6n de la Asamblea. .Es acaso culpable el
Gobierno de la actuaci6n de los ciudadanos que co-
meten fechorias, crimenes y desafueros al margen
de la Ley? De ninguna manera. Ahi estAn los or-
ganismos estatales para cumplir y hacer cumplir
las leyes. Y en este caso han funcionado y funcio-
nan como debe ser. El Gobierno seria culpable si
se hubieran puesto trabas en lo que respect al
esclarecimiento de los hechos y si hubiera puesto
obstAculos para que de acuerdo con lo que se actie
no se imponga sanci6n a quienes iesulten culpa-
bles.

Se quiere hacer ver que los miembros de las
Fuerzas Armadas que intervinieron en este caso
actuaron de modo impropio, prejuzgando la cues-
ti6n, pero yo preguntaria a los compafieros del
Partido Revolucionario Cubano (Aut6ntico) y del
Comit6 de Acci6n Democrftica Independiente, lo
siguiente: ZQu6 cosa hubieran hecho ellos partien-
do del supuesto que se hallasen en el caso del
Official y de los alistados a sus 6rdenes?; iqu6
cosa, c6mo hubieran procedido en este caso, como
agents de la autoridad, como encargados de la
conservaci6n del orden pfiblico y de proteger vidas
v haciendas de los ciudadanos y conociendo que es-
tan regidos en su actuaci6n por un C6digo espe-
cifico como lo es el de las Fuerzas Armadas?

iHubieran acaso permitido la celebraci6n de la
Asamblea, cuando la mAs alta autoridad la habia
nrohibido al no conceder el permiso? Si tal hicie-
ran, en este caso, estarian cometiendo una falta
o delito de incumplimiento de orden. Si tal hi-
cieran, partiendo del supuesto, como antes hubi-
mos de decir, de hallarse en condici6n de aforados,
estarian creando una situaci6n de indisciplina, de
indiferencia en relaci6n con el cumplimiento del
deber. Seria un ejemplo que generalizado en el
seno de las Fuerzas Armadas, conduciria al caos,
norque sin la acci6n adecuada y correct de los
Cuerpos de Seguridad, volveriamos a los tiempos,
va superados, del pistolerismo amDarado nor el
Gobierno. Volveriamos a la triste 6poca de la dia-
ria comisi6n de crimenes sin sanciones nara los
culpables. Caeriamos, en fin, en una situaci6n de
desconocimiento de la Ley, en la que cada cual
-amDearia por sus resDetos. volviendo a la selva,
donde s61o impera la lev del mAs fuerte. ;,Y es
-me pregunto yo- que la ciudadania resnonsable
no tomaria en este caso las medidas necesarias pa-
ra evitar el caos? ,Y es que esas nropias Fuerzas
Armadas iban a permitir la acusaci6n de culnables
o de c6mnlices, iban a permitir esta caida vertical,
esta subversi6n de valores? No. no puede ser se-
fiores, porque esa situaci6n de "laissez faire", de
dejar hacer, no puede ser amoarada ni puede ser
bien vista por una ciudadania que quiere el en-
cauzamiento de las instituciones nacionales, para el








CAMERA DE REPRESENTANTES


logro de mas altas finalidades, que al fin de cuen-
tas traeria un beneficio para todo nuestro pueblo.

El congresista que habla tuvo oportunidad, en los
aios anteriores al 10 de marzo de 1952, de conver-
sar con muchos oficiales del Ej6rcito y cuando se
tocaba el punto de esa comisi6n de crimenes, sin
que los autores fueran habidos, ellos nos manifes-
taron en mas de una ocasi6n, que se sentian depri-
midos, abochornados, porque no se les permitia ac-
tuar, porque su Cuerpo estaba pareciendo ante los
ojos de la opinion p6blica como algo innecesario,
que ya no tenia raz6n de ser, y asi, ojalA vean los
hombres de la Oposici6n que eso trajo como con-
secuencia algo que ustedes han combatido y si-
guen combatiendo por el hecho de mantenerse en
vigencia political.

Nosotros vimos como ante la falta de respeto
a los preceptos de la ley y a los constitucionales,
ante la comisi6n diaria de crimenes vimos nosotro
como se levantaron esos valores y con el Presiden-
te Batista, con el General Batista a la cabeza fu6
que jugAndoselo todo di6 al traste con aquella si-
tuaci6n para felicidad de nuestro pais, pese a los
que digan lo contrario, los que no pueden adap-
tarse a un regimen de paz, de progress y de orden
Si tal hicieron los compafieros a quienes se ha de-
signado, estarian creando la condici6n favorable
a la reedici6n de ese 10 de Marzo o tal vez de un
nuevo 4 de Septiembre; si eso es lo que quiere lT
ODosici6n. les admitimos su postura, y nos tendran
siempre de frente, porque nosotros queremos lo
contrario. Sabemos que el pais no soporta y que
no resisted que se siga jugando a ]a revoluci6n
Precisa el juego serio de la democracia, tanto de la
Oposici6n como del Gobierno, para conducir a 1P
naci6n por los caminos del orden, de la paz y del
trabajo, hacia el progreso en general. Si quisiera-
mos convertirnos, ODosici6n v Gobierno. en dov
bandos militants. Dara reducirlo todo a la simple
one-aci6n de "auitate tWi para nonerme yo". el em-
Defio seria tan raanitico e innoble que nos llenaria
de asco y de vergiienza.

Yo no quiero terminar mi intervenci6n sin re-
ferirme y rechazar de manera en6raica y decidida
los concepts, los calificativos vertidos aqui de
modo ir' esnonsable nor un comnafiero Congresis-
ta del Comit6 de Acci6n DemocrAtica Independien-
fe. al mencionar a esa fieura de grandes relieves
nacionales aue es el honorable Ministro de Gober-
naci6n, Sr. Santiago Rey Pernas.

Oial1 que los comDafieros, ne6fitos en estas
cuestiones del Parlamento, organizaran sus juicios
sus conceDtos. Dara traer aaui, a este lugar, aii e,
la meta mas alta a aue puede aspirar un politico.
traiesen aqui elaborados sus concepts, para no
desbarrar ni herir suscentibilidades. Dara comnor-
tarse como deben hacerlo los hombres represen-
tativos del pueblo, los hombres en quienes se de-
nosita toda la fe y toda la esperanza para los me-
jores empefios.

No podemos olvidar, en ningfin moment, que


no estamos aqui en el barrio, que no estamos aqui
en esa tribune del pueblo, donde la improvisaci6n
es la que da colorido y belleza a esa actuaci6n
nuestra, a esa actuaci6n de los que hacemos po-
litica. Aqui debemos venir investidos de toda la
responsabilidad, para alcanzar el aplauso de ese
pueblo por el trabajo que realicemos en su be-
neficio.

Por estas razones que apunto es que yo traia
mis juicios previamente elaborados, desde luego,
acondicionado al curso que tomase la discusi6n en
este debate.

Ahora bien, antes de terminar quiero rechazar
imputaciones que estimo irresponsables contra
nuestro Presidente, contra el General Batista, que
debe de ser para nosotros y para los que militan
en la acera del frente siempre respetado como
President de todos los cubanos, porque en la
actuaci6n de Batista no he visto nunca que se ha-
ya llevado la persecusi6n inspirada por el odio y el
rencor.

Hemos visto lo sucedido el 10 de Marzo y he-
mos visto como en determinados lugares no se ba-
rria, no se quitaban los clavos de obras anteriores,
'niciadas por los fltimos gobiernos "aut6nticos".
Esta ha sido una revoluci6n creadora, de fuente de
derecho y de trabajo, que pudo haber quitado, pe-
ro que no lo hizo, y por el contrario ha dado much
de lo que se necesitaba en el orden de la paz y del
progress, progress en moments en que se nece-
sitaba reforzar la economic; foment6 y desarroll6
en nuestro pais el cultivo del arroz, que represen-
taba la exportaci6n de divisas y que hoy no hay que
'mpo:tar del extranjero. Batista ha hecho tanto
bien a nuestra ciudadania, que su presencia en ca-
da t6rmino de la Repiublica agrupa a su alrededor
grandes masas de pueblo. El campesino de monte
adentro no ignora que se han hecho miles de kil6-
metros de carreteras, que les da acceso libremen-
te a los mercados y a la civilizaci6n. Los pueblos
no pueden olvidar su ayuda hacia la infancia, su
atenci6n a los ninos, a los pobres y a los enfer-
mos. No pueden olvidar muchos hombres y mu-
jeres de monte adentro como ha desarrollado la
riqueza pecuaria del pais, como ha protegido a los
animals por la acci6n fecunda y benefactora de
'se Cuerpo de Inspectores de Educaci6n Rural, de
ese Cuerpo de misioneros que en distintas ,onas
han labo-ado por el beneficio social del pueblo.
Ministerios que se han unido en colaboraci6n, co-
mo el de Salubridad, Obras Piblicas y Educaci6n,
nara llevarle a ese pueblo de tierra adentro el pro-
Qreso que necesitaba. No es possible que la ciuda-
dania escuche los arguments de comadrejas que
auieren tener el pais revuelto, ante la acci6n de un
Gobierno que fabrica casas modernas y conforta-
bles en sustituci6n de los inmundos bohios en que
se debatia la familiar campesina, viviendo en la
oromiscuidad. No es possible hablar asi de Batista.
Y yo tengo el deber de asi proclamarlo.

OjalA que todos los gobiernos que nos Drecedie-
ron lo hubieran imitado para el bien de Cuba.


DIARIO DE SESIONES DE LA


~-~~i-E_---__l-l ~Ll~_ii~-~^=;~i~_=1ZP~i=EPI


___


1


63








64 DIARIO DE SESIONES DE LA


Y eso es todo cuanto queria decir en relaci6n
con este problema.

Creo que estoy en mis trece, cuando apoyo a la
Mayoria como miembro de ella, sumAndome con
esta consecuci6n por via de interrupci6n de este
turno en contra de la pretension de los companeros
de la Minoria.

Sr. President (Godoy Loret de Mola): El Sr.
Facundo HernAndez ha pedido una interrupci6n
que ha sido concedida por el Sr. Diaz Balart.

Tiene la palabra el Sr. HernAndez.

Sr. Hernandez Perez (Facundo): Las palabras
del lider del Partido Progresista mueven a una pro-
funda meditaci6n de las mismas, ya que entrafian
diversos aspects de las cuestiones que interesan
al pueblo de Cuba y a los partidos politicos aqui
reunidos.

En primer lugar, me mueve a una gran admira-
ci6n ver como el Sr. Diaz Balart, haciendo una fun-
ci6n o realizando una funci6n que hasta estos mo-
mentos en esta noche en que estamos debatiendo
el asunto ni el Juez de Instrucci6n ni el Oficial
Investigador, ni ningin otro organismo del Ej6rci-
to, la Policia o la tristemente c6lebre de la Marina.
ni ningfn otro ha realizado, se convierte en mAxi-
mo investigator de los sucesos del central "Wash-
ington" y donde nadie ha dicho quien es el res-
ponsable de los hechos, se aparece Diaz Balart di-
ciendo aoui, a plena responsabilidad, en esta CA-
mara de Representantes, que el responsible de lop
hechos. tan lamentablemente comentados, ha sido
el distinguido compafiero Conrado B6quer.

La seeunda cuesti6n aqui planteada por el com-
pafiero Diaz Balart es un uroblema que me luce
ser de ubicaci6n hist6rica. Desde luego. siento co-
mo 61 tal vez una Drofunda y gran admiraci6n por
Batista, una admiraci6n tan profunda que cuando
lo vi en 1o afio 1Q3. el 4 de Seotiembre, emer;ler
en aauella vor8gine tumultuosa de la revoluci6n
contra Machado. diie: "Ha surgido un hombre en
Cuba de calidad indudable"; nero es tan fatal el
pobre Batista en el desemnefio de todas las fun-
ciones woe tiene. aoe a raiz de nonerle las estre-
llas de Coronel. Sergio Carb6, miembro distinepnido
del neriodismo. fu6 el autor de la idea. v Batista
confront6 ins orimeros problems en el desempefio
de sus funciones.

Nos encontramos aue a poco de estar funcio-
nanlo aauella pentarouia. el Coronel Fulalncio
Batista se nr)na con el Embaiador de los Estados
Unidos de Norte Am6rica. en aauellos momentous,
en nie todas las classes revolucionarias le estaban,
enfilando sus cafiones a la naci6n vecina.

Indi-oiintiblemente oue Batista tiene una gran,
proverci6n en el movimiento social de Cuba. v no:
puedo near aue vo siento una profunda -,imwiln:
por 61. aunaue desgraciadamente la suerte no To
acompaia en esos menesteres.


Con la caida de Grau, ayud6 al derrocamiento
de lo que fu6 un verdadero gobierno revoluciona-
rio en Cuba, ausente de m6todos tradicionales.

Pero no para ahi la cosa. En esos dias tiene la
fatalidad que con la caida de Grau se produce una
balacera y alli en el parque del tribune Zayas,
caen unos j6venes cubanos que pedian que no se
fuera Grau.

Lo del "Hotel Nacional" no tengo que recor-
darlo; esta en la memorial de todos. Despu6s de
rendidos los oficiales que no habian querido par-
ticipar con nosotros en el movimiento de Septiem-
bre, cuando se rindieron cayeron balaceados por
los soldados que no supieron interpreter el pensa-
miento de Fulgencio Batista. Alli cay6 Armando
de la Torre, Massip, y tantos otros.

Tenemos tambi6n la balacera del central "Ja-
roni". Alli se inmolaron a los obreros que expre-
saron sus ideas como se expresan cuando se pien-
sa que es libre un pensamiento y una acci6n. Y
aquellas pobres fuerzas del Ej6rcito no supieron
tampoco entonces interpreter a Batista y los ba-
lacearon.

Y asi en la manifestaci6n "Abecedaria", donde
se produce la massacre que todos recuerdan.

Llega entonces el Sr. Miguel Mariano G6mez
que represent el restablecimiento de los procedi-
mientos democrAticos en Cuba y con 61 se unen
todas las fuerzas tradicionales. Fueron asi coliga-
dos los partidos tradicionales a las elecciones de
1936 llevando a la Presidencia a un hombre aue
fu6 timbre de orgullo de la nacionalidad. Pe-o Ba-
tista es una eterna contradicci6n. Queria devolver
el status democratic al pais, v a los seis meses de
ocupar la Presidencia el Sr. Miguel Mariano G6-
mez, da un golpe de Estado, y hubo legisladores se-
cuestrados y hasta la declaraci6n de los one for-
maron el frente democratic para denunciar la
maniobra de Fulgencio Batista. Luego la mala
suerte lo sigue acompafiando en todas estas cues-
tiones.

Tuvimos, antes de lo de Miguel Mariano, la des-
eracia de reeditar un regimen colonial. En el afio
1935, mes de marzo, que parece tener una premo-
nici6n fatal en el destiny de Batista, se produce la
conjunci6n de comerciantes, estudiantes, de poli-
ticos, profesores, industriales, que pedian un am-
nlio clima de democracia y que se le quitara la au-
toridad a la Policia.

Pero Batista ahi tuvo otra contradicci6n, por eso
diie aqui una vez que Batista era una contradic-
ei6n constant. Mientras llamaba a Columbia a
Enrique FernAndez para ver si se le daba fin a la
huelga de Marzo, al mismo tiemno le conferia po-
deres de gobernador a Jos6 Eleuterio Pedraza, que
era Jefe de la Policia.

Y todos saben -y aqui tengo la fotografia por
si algunos por ser muy j6venes no pudieron vivir


CAMERA DE REPRESENTANTES








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 65
i -- --


aquellos momentos-, como el gran revoluciona-
rio Feito fu6 asesinado con su suegro en su casa.
Y el compafiero Lago, que fu6 asesinado en el
Country Club.


y no quiere que le pase igual que a los pobres obre-
ros del central "Washington", que si alguno lle-
vaba alguna cuchillita, se la quitaron, o como a
los de "Jaronmi", o como a los del Cuartel Monca-
da. donde debhieron haher iunns nninc~ miiprtn v


Claro que esto no tiene nada que ver con el es- aparecieron muchos muertos, alrededor de dos-
piritu generoso de Fulgencio Batista... iAh!, me cientos, en las carreteras?
dejaba algo en el tintero: que mientras Enrique
FernAndez conferenciaba con Batista en Columbia, Quiere decir que el orden de Batista es un or-
lo esperaban en el puente para detenerlo y hasta den que yo no quiero. Yo prefiero a eso que rela-
el pobre chofer, que era un chofer de alquiler, apa- cionaba el compafiero Diaz Balart, pues no con-
reci6 balaceado. Claro que 6stas eran malas inter- front problems en tiempos del Sr. Grau ni del
pretaciones que hacian de Fulgencio Batista. Y Sr. Prio, pues yo nunca tuve la suerte de tratar
asi vemos que va regando la desgracia a su paso, con ellos personalmente.
sin desearlo. pero si su regimen, lo que represent
la gobernaci6n del pais -el que tiene el poder so- El compafiero Mora, disfrut6 de la suerte de
bre las instituciones rewresivas y los 6rganos del tratar a Grau y a Prfo, y sin embargo, ahora de-
Estado para hacer cumolir la ley. tiene que cargar fiende a Batista. Yo nada mAs que he tenido la
con la culpa-, y asi vamos avanzando y nos en- desgracia de ser "aut6ntico". No conozco nada
contramos con el caso de los hermanos Cuervo y mAs que los andaribeles del "autenticismo", por-
Mesa, de Guanabacoa. Y vemos despu6s c6mo en que cuando CAndido Mora pertenecia a los grupos
el gobierno del Sr. Prio. 6ste mand6 a medio ej6r- aquellos de acci6n, se producia contra el Gobierno
cito a custodiar a Batista en su visit a Guanaba- y el regimen de Batista. Yo quisiera saber por
coa. porque Guanabacoa no podia olvidar c6mo los qu6 antes del 10 de Marzo, y despu6s de alcanzar
habia sacado de su casa para asesinarlos. Tene- una position pfiblica, Diaz Balart, se opuso al re-
mos, despu6s, los Seiale. los hermanos Mesa y greso de Batista.
tantos y tantos oue esta list la vamos a acompa-
fiar al document de Diaz Balart, para que sean Aqui se esta tratando de defender algo que es
documents de la historic. indefendible, porque una poblaci6n indefensa no
se puede ametrallar, y poblaci6n indefensa es la
Y llegamos asi. desgraciada v fatalmente. al diez reuni6n de cualquier sindicato en la provincia, es
de marzo. ;.Qu6 significa el diez de marzo? Pues decir, en la Repfiblica.
cue Batista no es menos cierto aue nerdi6 las elec-
ciones dol afio 1944. y Batista aoe habia goberna- Batista tendri muy buenos prop6sitos, tendri un
A d 19 1944o IQ AA ,-


uu u a ii x en'eu et ruuoer a su sucesur,
que a su vez, en el afio 1948. lo entree6 al candi-
dato electo. Con todos siu defects v virt'ues, tan
brava fiu la de 1944 al 1948 como la del 1902. Dor-
que la historic de Cuba esta llena de esos hechos.

Pero 6stos, por suerte para Cuba. lo habian ca-
nalizado hacia un r6gimen democrAtico del cum-
plimiento de la ley, que ponia en juego a los par-
tidos politicos en el manejo de la cosa electoral.

IAh!, pero Batista, derrocando en una sola ac-
ci6n. lo aue era el encauzamiento de Cuba. entr6!
por la Posta 6, y acab6 con un gobierno democra-
tico que, como todo robierno, tenia sus virtudes y
vicios. y al socaire de todas esas cuestiones aue,
desDu6s inventaron. porque Batista ha tenido una
series de desavenencias, y muchas veces. a Desar de
ser el hombre fuerte. tuvo el avi6n Drenarado para
irse. como cuando Pedraza. noraue Batista es de:
los oue nelea. pero no se rniere morir. Entonces
homon l1ntado al 10 de Marzo. v el comnafiero
Difz Bslart. dice aue hay un clima de parantfas.
Si. un clima de garantias con tres ametralladoras
en In mAnuina. v 61 ha tenido Drohlemas con la
Poliia. Yo sov Reoresentante v ando siemnre sin
rev61vor. si hav ese clima de Earantias ;.oor que
Diaz Balart, anda con tres ametralladoras?

;.Es aue Diaz Balart. a fuer de timido. le tiene
mindo a la sifiaci6n actual, y utiliza el c6lebre
aforismo: "a Dios rogando y con el mazo dando",


ideal muy aemocrauco, pero caaa vez que gooierna
al pals, bien direct o indirectamente, sus colabo-
radores, los miembros de las Fuerzas Armadas, se
desorbitan, y de ahi que veamos todos los dias que
hay un sargento, un cabo, un soldado, un marino,
un policia, que le quita la vida a una o algunas
personas, y eso va a la jurisdicci6n military y alli
se acab6 el asunto.

Yo s6 que Batista no quiere matar, pero es que
tiene la fatalidad, que como en el caso de Belisario
HernAndez, que daba palmacristi, como en la 6po-
ca de Garrido, que a pesar de decirle que tenia fil-
ceras, que lo iban a matar, le di6 palmacristi, asi
como a periodistas como MArquez, como el desa-
parecido Miguel de Marcos, y aquel c6lebre bonche
estudiantil que prepare Jaime Marin6, que cobra-
ban en su oficina, muchachos armados, a quienes
el gobierno protegia, y Marin6 recibia a diario ven-
tajas econ6micas y medallas en demostraci6n de
su 6xito, dinero que esta disfrutando en tierras ex-
tranjeras.

Yo podria leer lo que aqui se ha traido, porque
hay que tener dos alforjas, una para dar y otra pa-
ra recibir. Todo lo cue ha ocurrido en Cuba desde
el afio 1934, las luchas de grunos, se deben a un
Sr. que se llama Fulgencio Batista, que les ha au-
pado, y recuerdo cuando el compafiero Cfndido
Mora y un grupo de estudiantes. pidieron que se
les dejara fusilar a los yesponsables de la muerte
de GonzAlez Rubiera, de Treio. de muchos que








66 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


dieron su vida porque en Cuba existiera un regi-
men constitutional.

Esto nos debe preocupar a nosotros como ciu-
dadanos, como Legislador, no como "Aut6ntico",
sino como Legislador, que un Legislador proleta-
rio, como Jorge Cruz, porque aspire a Secretario
Provincial de Camagiey, y convoque ahora a los
trabajadores con telegramas falsos, y maten a seis
o siete, seria el Lider, pero han matado a seis o
siete trabajadores. Y eso lo dice un Representante
a la Camara, y consta en las copias taquigrAficas,
y que eso constituya posiblemente una denuncia
ante los Tribunales de Justicia.

Luego, a Diaz Balart no se le puede decir
"chivato", porque es una frase muy gruesa; no se
le puede decir que ha denunciado, pero no es me-
nos cierto que las palabras del companero Diaz Ba-
lart, que debian ser de defense de su Gobierno, pe-
ro de convertirse de defensor del Gobierno a re-
futar nuestros cargos, a decir que somos demago-
gos, a llegar a denunciar a un compafero Repre-
sentante que, incluso aqui se convoc6 a una reu-
ni6n de Lideres, porque no se quiso dar el escAn-
dalo puiblico, creo que es una cosa que dijo Diaz
Balart al calor de la improvisaci6n, y no quiero
career que haya sido con intenci6n policiaca.

No creo que Diaz Balart, que perteneci6 ayer
dentro de la dirigencia de la Federaci6n Estudian-
til Universitaria, venga aqui, en tan poco tiempo,
a convertirse en denunciador de sus queridos com-
liriI. Representantes y dirigentes sindicales.
Luego fu6 al calor de la improvisaci6n. Y con eso
zanjo mi cuesti6n con el compafiero Diaz Balart
y con el Sr. CAndido Mora.

Ahora le voy a refutar en tres palabras al com-
panero Pardo Jim6nez al problema a que se refi-
ri6 del azicar de "bibijagua". En la misma cr6ni-
ca del compafero Cepero Bonilla. (Lo lee).

A estas alturas los fabricantes, y algunos son
amigos mios, no saben que el Ministro de Hacien-
da haya mandado a los doce funcionarios de Zonas
Fiscales envueltos en un contrabando de esta na-
turaleza a los Tribunales de Justicia. Y si esto es
aqui, con la "bibijagua", con lo que dafa a la eco-
nomia. con lo que daia a las cuestiones fundamen-
tales del pais ;c6mo va a gobernar el Presidente
de ustedes? iVa a gobernar con dos o tres millo-
narios, que cuando lleeue la hecatombe salen hu-
yendo para costas extranjeras?

Pues son ustedes, los Rep'esentantes del Gobier-
no, los mAs interesados en acomnafiarnos a noso-
tros en eso aue nedia Pardo Jim6nez. inclusive
una informaci6n pfiblica para Dlantear el problema
del azicar, que es la economic bAsica de nuestro
pais.

Nosotros no queremos oposicion al Gobierno a
trav6s del hambre, la miseria y el padecimiento del
pueblo, y lo hemos demostrado firmando aqui una


Resoluci6n Conjunta en demostraci6n de lo que
acabo de expresar.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Conti-
nfia en el uso de la palabra el Sr. Diaz Balart.

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.).-AI conti-
nuar mi intervenci6n en esta noche, realmente a
estas ho as de la madrugada...

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-El Sr.
Nicomedes Viejo Llorente ...

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.).-Inmedia-
tamente que termine, pero quisiera primeramente
contestar las alusiones de mi distinguido amigo, el
Lider "Aut&ntico", Facundo Hernindez.

Decia que a estas horas de la madrugada, cuan-
do vamos ya sintiendo un poco de suefio, realmente
la palabra de Facundo es como para quitarle el
suefo a cualquiera.

Me recrimina porque yo uso ametralladora en
mi maquina, y dice que por qu6 raz6n lo hago, e
inmediatamente despu6s paladinamente me anun-
cia aqui en este Hemiciclo que si algin dia cogie-
ran el Poder los "Aut6nticos" mi pellejo no valdria
nada ...

Sr. HIernandez Perez (Facundo).-Yo no he di-
cho tal cosa.

Sr. Diaz Ba'art Gutierrez (Rafael L.).-Me dice
que cuando yo defiendo la posici6n de mi Gobier-
no y rechazo la imputaci6n burda de que es un pa-
quete del Ministro de Gobernaci6n el telegrama
also, haciendo uso de mi facultad de Representan-
te del pueblo expongo mi criterio diciendo que el
telegrama falso no lo puso Santiago Rey, sino Con-
rado B6quer, que estoy haciendo una funci6n no
de Representante a la CAmara, sino de "chivato".

Por io tanto, como 61 justifica la muerte de los
ciento y pico de infelices cubanos que cayeron aba-
tidos a balazos en la etapa del "autenticismo", di
ciendo que sencillamente se trataban de "chiva-
tos", pues ya usted sabe, y ya ve por qu6 tengo
que usar ametralladora. Porque realmente debo
confesar que aunque el Gobierno del Presidente
Batista se esfuerce en dar garantias no s6lo a los
del Gobie: no, sino a los de la Oposici6n, que pue-
den gozar de la libertad y de la paz que significa
el poder andar, como dice que anda sin pistola m
arma de ninguna clase; seguramente que en la 6po-
ca del "autenticato" no podia hacer lo mismo ...

Sr. Hernandez Perez (Facundo).-Andaba igual.

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-En la eta-
pa "autintica", el que no usaba armas duraba me-
no- que un merengue en la puerta de un colegio.
Realmente es algo que yo calificaria de denigrante.
Muy lamentable el que en medio de un Parlamento
representative de la Oposici6n se permitan el lujo
de amenazar, como lo ha hecho el Sr. Facundo








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 67


Hernandez paladinamente, a un Representante del
Gobierno, porque se permit la libertad de expo-
ner su criterio. iQu6 cosa no pasaria si estuvi6ra-
mos en la etapa "aut6ntica"!

Todas estas cosas sinceramente me quitan el
suefo, pero no me impiden continuar cumpliendo
con mi deber, y en resumidas cuentas s6 que mi
miserable existencia durarA tanto como influen-
cia puedan tener aqui los ilustres representatives
de la doctrine "aut6ntica", que es como decir, de
la doctrine del asesinato, de la impunidad, de la
massacre, de la violencia, de las exigencias, del na-
zismo, del facismo, de la dictadura mis macabra
y funesta, criminal y abyecta que ha padecido r6-
gimen en pais alguno en la historic de Am6rica
Latina.

Yo soy tan apasionado en la defense del Gobier-
no del Presidente Batista porque 6sta es la finica
oportunidad que he tenido de pasar estas circuns-
tancias, ahora, claro estA, de Representantes, de
Senadores, en un Gobierno de plenas garantias.
Tambi6n en la etapa del "autenticato" tuve one
marchar al extranjero; jams he sido "aut6ntico".
sin embargo. porque a un periodista se le ocurri6
a un tal Vierita, tomar una fotografia en un 30 de
septiembre, donde estaban diriventes de la Juven-
tud "Aut6ntica". de la Juventud Ortodoxa v de la
Juventud del PAU, Partido del General Batista.
Juventud aue vo me honraba en Dresidir entonces.
y one cnmo dirigente representative del Partido
Acci6n Unitaria, acudi a ese mitin del 30 de sep-
tiembre de 1950. el Sr. Vierita cogi6 la foto. la pu-
blic6 en "Bohemia" y se le antoi6 noner un pie
que decia aue era un mitin nara Drotestar Dor el
pr iimo recreso del General Batista. lue ocurri6
en 1948 en Cuba. Y vo. como miembro dirigente
Presidente nada menos one de la Juventud Acci6n
progresiCt dearip cu fundacion: v Drecia~mente esa
Reviqta "Bohemia". nor medio de su Director. el
Sr. Miouel Angel Quevedo. me hizo el alto honor
de nnblicnrme nna carta aclaratoria en el siguiente
nimpro de la Revista. nara dear exolicada Dlena-
menrte peta culeti6n. Pero parece aue el Sr. Fa-
cundo Hprnandez. con esa costumbre inveterada-
muv "nut6ntica". de leer nada mas oue lo one le
conviene. y lo one no conviene echarlo a un lado
como plnos actuaban en esa forma en su Gobierno
y no rdelnhan oie so nuhlienran las nalabras OaiP
no les convenia. En ese meetings". nrecisamontp
fui renrecpntando al Partido de Batista. al finico
qne me he honrndo en )ertenecer decade aue tengo
uso de raz6n. Y ademas, creo aue no tengo nor oau
renptir ina vez mas, aue mal nudieva vo asistir a
un "mootino" on aue se protestara del reoreso del
Prepidntfe Batista. cuando recrese a Cuba. des-
nu16s de dos nfios de star huv6ndole a las buenas
intenpriones ane conmico siemnre han tenido los
distinm idos comnafieros del Partido Revoluciona-
rio Cibano "Aut6ntico", regres6 dos meses des-
puns one Batisla, v sin embargo, ellos se emneci-
nan on onueer decir aue asisti a un acto dondp se
Drotestaba del pr6ximo regreso del General Batis-
ta, a no ser aue ese acto se diera en Pricenton. New
Jersey, donde estaba estudiando. Estas cuestiones


demuestran cual es el sistema de los "aut6nticos",
sistema de violencias, de amenazas, de amedrentar
a todo aqul6 que le dice la verdad. Realmente no
han podido amedrentarme hasta estos moments.
Quizis en otra ocasi6n, cuando ellos tengan mas
6xito, si es que este pueblo algin dia pierde la me-
moria, y llega a ser un pueblo tan desmemoriado
y tan desgraciado, como para caer en manos de la
anarquia "aut6ntica" otra vez. Quizis entonces me
den tiempo, antes de morir, de tener aunque sea
un poco de miedo. De todos modos estoy muy
agradecido a las advertencias de mis queridos com-
nafieros, y tratar6 de pedirle su yate al compafiero
Facundo Hernandez...

Sr. Hernandez P6rez (Facundo).-Esti a su dis-
posici6n.

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-Yo no he
tenido la dicha de tener uno todavia. Ahora bien,
tnmbi6n han hecho referencia a la Historia del
Proceso Revolucionario del afio 1933 para acd...
Cuando se aboli6 la Enmienda Platt, Batista era
Coronel, pero para los "aut6nticos" no tuvo inter-
venci6n ninguna en eso. Fueron ellos. los "aut&n-
ticos", los que abolieron la Enmienda Platt, sin
embargo, cada vez que habia un muerto. va no
eran los "autenticos", era Batista el culpable. Es
decir, que es el culpable de lo malo que -Das6 en
Cuba en el process revolucionario de 1933, y no
tuvo ni siquiera coparticipaci6n en ninguna de las
elorias de aquel period. Era dictador para todo
lo malo, y un monigote a la hora de contar cual-
auier beneficio. Se trata, desde luero. de una in-
terDretaci6n muy peculiar de los "aut&nticos". que
desde luego, carece de valor. Doraue todo el mun-
do sabe que carecen de seriedad y de responsa-
bilidad.

Se produce el nroceso convulsive de la Revolu-
ci6n cubana, y ellos sefialan, cuando Gaau -que
ful6 or una netici6n de toda Cuba y de todos los
sectores revolucionarios-, que ya se habian dado
Onenta de la gran estafa que era eqte sefior. aue
bov se retrata como Emnerador del "Cha Cha Cha",
despu6s de haber ostentado la Primera Magistra-
tura de la Naci6n. y no tiene escrfiDulos en ha-
ee'se una fotografia, con una artist -muy va-
linsa-. en traie de "Bikini". bailando ahora el
"Cha Cha Cha". Ese es el sistema del "autenti-
imo". Asi como en una fiestecita que le di6 el
Comit6 de Acci6n Democratica Inronendiente al
qr. Prio. 6ste cant6 una canci6n a dfio con el ar-
tista Ren6 C)bel. Estos sPinores se ban dado aho-
r a las cuestiones humoristicas. sabiendo one no
tienen nada serio aue ofrecerles al nueblo de Cu-
ba, y screen one en esa forma pueden explotar la
vena humoristica del pueblo cubano.

T';irmiiini auiero referirme a la 6ooca en aue el
Sr. Eduardo (Chibli. loe tanto defiende el Sr.
Amador -poraue fuN Ortodoxo y ahora es "au-
t6ntico" para salir Renresentante, creando inme-
diatamente desnnes el Comit6 de Acci6n Demo-
crAtica Independiente-. aue ChibAs, repito, ata-
c6 al Sr. Grau San Martin, con aquella consigna








68 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


famosa de "King Kong, que se vaya Ram6n". Asi
son, y asi han sido siempre los "aut6nticos", ver-
satiles.

Cuando el "Hotel Nacional", Grau era el Pre-
sidente, pero no tuvo ninguna participaci6n en
ello, en cambio fue el inico responsible. Esa es
la forma en que exponen su criterio los sefiores
"autenticos".

Aqui ha dicho el Sr. Facundo HernAndez, al re-
ferirse al 7 de Marzo de 1952, que Batista fu6 a
Guanabacoa, y menciona un articulo publicado en
"Bohemia" por un periodista que entonces se de-
cia que era imparcial, y ahora es dirigente del
"Meneito". Se decia que el Partido era pequefio,
pero para contrarrestar un mitin que iba a dar el
General Batista en Guanabacoa, creveron necesa-
rio publicar ese articulo en una revista semanal de
una circulaci6n tan extraordinaria como la presti-
giosa Revista "Bohemia", para sabotear ese mitin.
Luego no era tan pequefio el Partido de Batista.

En ese sentido recuerdo que los Ortodoxos de-
cian que Batista era la falsa Oposici6n, aue le ha-
cia el juego a Prio. Y en un mitin en GuantAna-
mo, decia Luis Orlando Rodricuez: "Ahora va-
mos a coger los fusiles para tumbar a este Go-
bierno tirano que esta preparando un golpe de
Estado, y Batista esti de acuerdo con Prio", en
la falsa Oposici6n; pero el que tumb6 realmente
a Prio no fueron ellos, los Ortodoxos. sino que
fu6 el General Batista. salvando la dignidad y el
deco-o de todo un pueblo, que el 10 de Marzo no
tuvo una sola manifestaci6n en contra del movi-
miento revolucionario. Y una de dos, o Batista
es un genio extraordinario, que puede por si solo
dar un golpe de estado en contra de un pueblo,
y no tuvo una sola manifestaci6n en contra de
eve movimiento. o Batista realmente estaba inter-
pretando el sentir unAnime de todo un pueblo. En
cualauiera de ambos casos. hay one aEradecerle
a Batista que hava prodncido el Movimiento Re-
volucionario del 10 de Marzo, o bien porque se
trata de un genio exceDcional, o bien porque se
trata de un int6rorete legitimo y fiel de las an-
sias mis puras del pueblo cubano.

Ahora mismo se ha producido una revoluci6n
en la Argentina, y para que Per6n abandonara el
Poder ha sido precise que caveran muchas victi-
mas por los intensos bombardeos y por las bata-
Ilas enconadas que se sucedieron.

Aaui se dice que el 10 de Marzo no tenia auto-
ridad. Pero lo que pasa, sefiores, es que aqui lo
que no habia era Gobierno, y estaba en la prime-
ra Magistratura un Sr. que decia que era alegre,
oue era cordial, pero que no supo ser Presidente
de la Repfblica. Y afn sigue siendo alegre y
cordial, y asi lo vemos que va a la television y alli
dice: cue es alegre y aue es dicharachero y cor-
dial. Y eso o1 dice un Sr. que ha sido Presidente
de la Repfiblica, un Sr. que ignore aue era Presi-
dente cuando lo fu6, que ignoraba. inclusive, aue
61 era gobernante, porque en realidad no habia


gobierno, y que tenia que caer como cay6, solo,
porque era una fruta podrida que Batista arroj6
interpretando los anhelos populares.

Pueden ustedes decirme d6nde hubo un corn-
bate el 10 de Marzo. ,Es que los "aut6nticos" y
los independientes lo han olvidado y quieren pre-
sentar las cosas de otro modo, haci6ndole un fla-
co servicio al pueblo, haciendo aparecer que es un
pueblo sufrido, cuando no tuvieron la valentia pa-
ra defender lo que tenian? ,Quieren hacer apare-
cer al pueblo, diciendo que es tan sufrido, como
falto de voluntad? No, sefiores, la historic sabe
que a este pueblo no se le puede envolver en un
movimiento revolucionario en contra de su volun-
tad. No pudo hacerlo Prio, a pesar de haberse
gastado cinco millones en comprar armas, como lo
ha declarado, porque se encontr6 que no habia
qui6n las manejara. Batista se adentr6 en el cora-
z6n de los hombres que manejaban las armas. Y
asi se produjo el 10 de Marzo, sin un combat, sin
que nadie defendiera lo que tenia. Y eso no puede
olvidarlo el "autenticismo", a pesar de las decla-
raciones y actitudes de Carlos Prio, que se jacta
de ser un guarachero y un hombre cordial...

Sr. HernAndez Perez (Facundo).-Somos civilis-
tas.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Conti-
niue el Sr. Diaz Balart.

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.).-Eso se
dice para las galerias, que no analizan las palabras
y aue se dean Ilevar por nolitica de frases dema-
g6gicas. iSi Batista los hubiese llamado a su lado
el 10 de Marzo para ofrecerles posiciones o Se-
cretarias. habrian aceptado! Ahora mismo estin
planteando cuestiones fnndamentales. pero al ha-
cerlo s61o plantean aau~llas que pueden ser de be-
neficio para ellos, v lo finico aue se les ocurre es
nedir aue se vava Batista. Pero. ;.oara aou? Nada
mis aue para ocuuar ellos el Poder. Poder oue
fivieron en sus manos v que no pudieron desarro-
liar en cosas beneficiosas para el nieblo ni nara
Cuba. noraue aauello no era un gobierno. aauello
el pueblo sabe lo aue era. y el nueblo tiene aue
nensar sore eso, porque ha asimilado much las
cosas nacionales.

El 10 de Marmo era una Drueba de aue ya en Cu-
ba no habia gobierno. No nos dejaban rennir li-
bremente. No teniamos garantias. e inclusive se
Densaba aue Batista no saldria vivo de Galnaba-
con. Easas eran las garantfas, sefiores del eobierno
"aut6ntico". Batista ofrecia un mitin por si solo;
6l mismo se Drocuraba las garantias. Y alli en
Guanabacoa estaba el teniente Salas Cafizares. a
la saz6n ,Tefe de las Persequidoras. one ya tenia
notifias del movimientn. v oue trPc dias rdopnu6s
connpraba al Polne con Batista. El General Batista
fi6 alli n snbiPnrns de oue iban a tirotearlo. v alli
estaba Salas Cafiizares para contrarreftar el ata-
one. a sabiendas de aue va el rC6imen habib mata-
do a ciento y oico de cubanos. Pero no obstante
eso, Batista concurri6 y fu6 al frente, como lo ha









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 69


hecho en todas las ocasiones de su vida; porque
cada vez que ha adoptado una actuaci6n responsa-
ble, ha dado el frente, y, sehores, Carlos Prio nun-
ca estuvo al frente de nada, como no estuvo en el
Moncada, como no obstante haber mandado a la
muerte en forma inhumana a una series de hombres
con un pretexto u otro, tampoco estuvo al fiente
de los grupos a los que proveyo con los cinco millo-
nes de pesos que se gast6 en armas, segfin su pro-
pia contes16n. Batista, por el contrario, siempre
na dado la cara. La di6 cuando entr6 en Columbia
el 4 de de Febrero de 1941, como la di6 personal-
mente en otras oportunidades, ya en los hechos
del "Hotel Nacional", mientias Grau se encontra-
ba placidamente en Palacio, como en fin, en todas
las oportunidades que todos ustedes y el pueblo de
Cuba conocen.

Por todas esas razones, Facundo Hernandez de-
be comprender que Batista es el uinico gran lider
que tiene el pueblo hoy dia, y por eso cuando va al
interior es aclamado delirantemente por las multi-
tudes. Sin embargo, cuando lo realizan lideies de
la Oposici6n, nadie se entera de que estAn alli...

Sr. Milan&s Tamayo (Jos6 N.).-Sefiores: Yo creo
que ya es hora de que vayamos a la votaci6n, pues
este asunto se ha debatido largamente. Son las
dos de la mariana y seguimos conversando.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-El Sr.
Nicomedes Viejo ha solicitado una interrupci6n.
ZLa concede el Sr. Diaz Balart?

Sr. Diaz Balart Gutifrrez (Rafael L.).-Con mu-
cho gusto.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene
la palabra el Sr. Viejo Llorente.

Sr. Viejo Llorente (Nicomedes).-No era mi
prop6sito levantar mi voz en este hemiciclo, y
much mAs teniendo en cuenta el largo torneo
oratorio que aqui ha tenido lugar.

Cuando se comenz6 a discutir este problema,
vinieron a mi mente unas declaraciones de un li-
der de la American Federation of Labor, que de-
cia que antes que miembro de su Sindicato se
consideraba ciudadano de los Estados Unidos, o
lo que es lo mismo, se consideraba americano.

Yo pensaba que los lideres proletarios que le-
vantaban su voz esta noche aqui, antes que nada,
antes que miembros de sus sindicatos, se conside-
raban cubanos enrage; pero confieso con la sin-
ceridad propia de mi caricter, que he sido de-
fraudado en esa apreciaci6n.

Yo no voy a hablar aqui del problema de la "bi-
bijagua", porque ya se ha dicho much acerca de
ello. No voy a decir que lamento extraordinaria-
mente los hechos acaecidos en el central "Was-
hington", porque todos los presents aqui estamos
seguros de que los lamentamos; pero en distintas
ocasiones he oido decir que el General Batista era


el hombre que habia rebajado los salaries y con
eso llego a la presunci6n 16gica de que una de las
cosas que se ha intentado por la Oposici6n en esta
noche, ha sido la de tratar de llevar al animo de
la masa trabajadora que el General Batista no es
amigo de los trabajadoies cubanos.

Cuando de legislaci6n laboral se trate, no hay
que olvidar que debe mencionarse el nombre de
Fulgencio Batista y Zaldivar, porque si la Confe-
deraci6n de Trabajadores de Cuba tiene persona-
lidad juridica, se debe a que se la reconoci6 el
General Fulgencio Batista; si la Federacion Na-
cional de Trabajadoles Azucareros tiene una per-
sonalidad juridica, se debe a que se la otorgo el
propio General Batista, y si existe la Ley de Coor-
dinaci6n Azucarera, que es la Ley de mis sabor
social que existe, se le debe exclusivamente al Ge-
neral Batista, como tambien se le debe el Decreto
798. Si tenemos un regimen salarial, por virtud de
la creaci6n de las Comisiones de Salarios Minimos
de dos pesos como minimun y de cuatro pesos co-
mo promedio, de igual modo se le debe al General
Batista. El General Batista ha sido siempre un field
mantenedor de las conquistas sociales. El General
Batista no hubiera sido capaz de hacer lo que hizo
el Divino Galimatias cuando era Ministro del Tra-
bajo, el que despues emul6 a Boabdil el Chico, en
Granada, o sea, arrojar a la dirigencia obrera del
Palacio de los Trabajadores. Pudo haberlo hecho
despues del 10 de Marzo, porque tenia toda la fuer-
za del Poder en la mano, y sin embargo, respet6
todas y cada una de las conquistas de los trabaja-
dores, y respet6 y hasta mantuvo en su posici6n a
sus lideres.

Por eso, si esta CAmara esta noche se convirtie-
ra en tribunal popular, y yo fuera miembro del ju-
rado, ni un instant dudaria en apoyar todas y ca-
da una de las manifestaciones de nuestro lider Diaz
Balart, y unirme en favor de todo cuanto l1 ha ma-
nifestado.

Decia el compafiero Candido Mora que esta no-
che la debiamos sefialar como una noche de duelo
despues de la interminable lista de asesinatos y
crimenes a que di6 lectura aqui nuestro compaiie-
ro Diaz Balart, y yo me atreveria a decirle al com-
paiero CAndido Mora, que no, que no es noche de
luto, que esta isla, que al decir de un poeta luce
"Cual cinta de plata caida del cielo, a la entrada
del golfo mexicano...", tuvo muchos crespones de
luto hasta la madrugada del 10 de Marzo, hasta
que viendo que la nave del Estado se sumergia en
el mar proceloso de la concuspicencia, apareci6 el
hombre que avalando el present con su pasado,
supo traer la nave del Estado hasta ponerla en
puerto seguro a salvo.

Por eso yo he querido levantar mi humilde voz
esta noche aqui en el hemiciclo, para demostrar
palpablemente que desde la influencia de Batista
en la actual Ley de Sindicalizaci6n que nos rige,
desde el Decreto-Ley 2605 del afio 1933 hasta nues-
tros dias, ha sido el hombre mis progresista para
las conquistas de los trabajadores, y el hombre









70 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


que ha tratado de mantener la armonia entire am-
bas lamas ae la procuccion, entire el trabajo y el
capital, para que Cuba marche prospera siempre
y tenga un senuero de paz y de armonia, que es lo
que aeseamos toaos los cubanos.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-El Sr.
Conrado tocariguez piae una interrupcion al Sr.
Diaz Balart, ,se la concede?

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.).-Con mu-
cho gusto.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene
la palabra el Sr. Conrado Rodriguez.

Sr. Rodriguez Sanchez (Conrado).-Sr. Presiden-
te y senores Itepresentantes: Despu6s de las mter-
venciones de los companeros de la Mayoria, noso-
tios, los que vivimos la massacre del central "Was-
hingon", tenemos que reconocer una vez mas el
imperlo de la luerza de la Mayoria. Ya no sola-
mente se le impone al pueblo de la calle, sino tam-
bien aqui es el factor determinante de esta noche.

Ultimamente hablaba el distinguido companero
Nicomedes Viejo refiri6ndose a las grandes con-
quistas, de todos los beneficios que la clase obrera
le debia a Fulgencio Batista. Seguro que mi dis-
tinguido compafero no vive en un barrac6n de un
batey de un Ingenio, y despues del 10 de Maizo,
sobre el fog6n de su casa, no ha sufrido las conse-
cuencias de la political social del General Batista.

Yo puedo afirmar que si se ha perdido, despu6s
del 10 de Marzo, la superproducci6n, se debe al
General Batista; si se ha rebajado mis de trescien-
tas mil toneladas de azficar, se debe a Batista;
cuando existe un ejercito de tres millones de hom-
bres sin trabajo en la isla, se debe a Batista y a sus
malos asesores politicos.

Yo quiero destacar que nosotros los trabajado-
res queremos a Cuba tambi6n, queremos a nuestra
clase, queremos a nuestra patria, la patria que so-
fi6 Marti con los pobres de la tierra. Queremos la
patria donde no se discrimine al pobre y al negro;
donde no se haga la comparaci6n de un obrero al
igual que una bestia en los bateyes de los centra-
les. Queremos esa patria que aiora todo hombre
que en el concerto de los paises civilizados consi-
dera que no hay pais que sea suficientemente civi-
lizado si hay explotaci6n permanent del hombre.
Queremos una Cuba feliz donde haya menos ricos
y menos pobres. Esa Cuba que la sofiamos noso-
tros y luchamos permanentemente sin tener la
gran cultural de otros distinguidos parlamentarios,
ni unos conocimientos tan extraordinarios en ma-
terias sociales, pero si con nuestras caracteristicas
un poco rfisticas, pero con la pasi6n de un hombre
sincere que vive luchando por la redenci6n de los
hombres de trabajo. Queremos la redenci6n de
nuestra propia patria.

En el caso del central "Washington", ique se
puede esperar de los defensores de la political so-


cial del regimen de Batista, cuando su lider en esta
Camara compare la sangre de nuestros trabajado-
res con la sangre vulgar de un chivo? Hay defen-
sas que matan, y esa defense a Batista le nace mis
dano que los ataques de la Oposici6n. Comparar a
un animal con un ser human, los que vivimos,
compafero Diaz Balart, la agresi6n de la fuerza
putmca, estimamos que es indigno. Aquellos no
eran bestias ni salvajes. Eran proletanos. Yo he
traido aqui las pruebas de la radiografia, y para eso
no hay que ir al batey del central "Washington";
aqui hay distinguidos compafieros que tienen nues-
tros mayores respetos, miembros de los partidos
gubernamentales, en una radiografia se puede co-
nocer de inmediato, si es de un animal o de una
persona. Esa es la prueba mas concrete que trae-
mos nosotros a esta Camara.

Sefialaba Diaz Balart, que nosotros defendemos
lo mas repulsive, lo m~s bajo de la political de Grau
y de Prio. Los trabajadores de Cuba, desde el pun-
to de vista social, no podemos perder de vista, por-
que seriamos ing atos con nosotros mismos, si no
nablUsemos de los beneficios de los gobiernos de
Grau y Prio, desde el punto de vista laboral, de-
fendi6ndonos de esos ricos duefios de ingenios, de
esos ricos colonos que tienen el monopolio de la
economic de Cuba, que muchos no conocen ni el
cafiaveral, porque a trav6s de sus bufetes en sus
grandes oficinas, viven alejados, con los dineros
acumulados en los bancos, y en esa 6poca se les
di6 a los hombres del trabajo la verdadera remu-
neraci6n.

Al que va contra ese capitalism, se le llama co-
munista, pero es que estamos contra los llamados
anticomunistas en Cuba, que son peores que los
propios comunistas.

Nosotros, y yo le hable al compafiero B6quer y
al compafero Rodriguez y a los compafieros Cruz
y Jim6nez, de que hemos tenido aqui unas manifes-
taciones conmovedoras y sentimentales de los pla-
nazos, pero no son nada mAs que lamentaciones.
Unicamente nosotros, los que estamos permanen-
temente luchando alli abajo en el future de nues-
tias propias luchas, podemos comprender el dolor
de esos hermanos nuestros, y por eso desde el pun-
to de vista politico, decimos que el regimen del
General Batista es repudiable.

Es verdad que Pardo Llada, Agiiero, Rivadulla,
Armando Garcia Sifredo, Guido Garcia Incldn y
otros valientes comentaristas radiales en Cuba, lle-
nos de valor, atacan y combaten los despilfarros
de la political antisocial del regimen, y el imperio
de fuerza demostrado en esta noche de hoy en la
CAmara, quiero aclararle al compafiero Diaz Balart,
que tanto para 61, como para cualquier compafiero
Representante, tengo mis mayores respetos y mis
mayores consideraciones. El que aqui habla no tie-
ne problems personales, no es que tampoco los re-
huya, sino es que dice pflblicamente los crimenes
que se cometen en nombre de la paz, el progress y
el trabajo.









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 71


Podrf dominarse por el criterio de la Mayoria
en esta Camara, y silenciarse el perjuicio de los
trabajadores, las agresiones de las fuerzas repre-
sivas violando la Constituci6n de la Republica y
los derechos humans, pero no pierdan de vista
.que "al que a hierro mata no puede morir a som-
brerazos".

Este es un problema de future, porque si es ver-
dad que el hijo de Mario i' i uI In, es muy pequefic
para vengar a su padre, los hijos de los caidos en
el Cuartel Moncada, el hombre que lfu torturado
en el cementerio de Guantinamo, los trabajadores
a los que se les quita sus reivindicaciones y sus
conquistas, esos hombres que integran el gran par-
tido de Cuba, el partido mis grande que va a tum-
bar este regimen repulsive, que es el paitido de
los hombres sin trabajo, porque no crea el Sr. Diaz
Balart, que a Batista ie van a tumbar las msurrec-
ciones, el plan de machete u otros, le van a lumbar
los propios trabajadoies, los hombres del partido
de la miseria, que ese es el gran partido que esta
aglutinando a todos los militants del pais, hasta
los del propio Partido Acci6n Progresista que us-
tedes estln defendiendo en este Hemiciclo. Por
eso nosotros estamos convencidos con toda respon-
sabilidad, en que no olviden que muchos podrin
reir hoy y llorar mafiana, las consecuencias de su
irresponsabilidad.

Sr. Mora Morales (Cindido S.).-Sr. President:
Yo habia pedido una interrupci6n.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).--Es que
el Sr. Mora, en si no la habia pedido.

Sr. Mora Morales (Caindido S.).-Es que no me
puse de pie, Sr. President, cuando pedi la inte-
rrupci6n.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Enten-
dia la Presidencia que era para contestar alusio-
nes.

Sr. Mora Morales (Cindido S.).-Perdone. Yo me
dirigi al Sr. Diaz Balart para una interrupci6n, pe-
ro cometi el error de no ponerme de pie.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Sin per-
juicio de la aclaraci6n que hace el Sr. Mora, que
esti a tiempo de solicitar la interrupci6n, la Presi-
dencia advierte que ha incurrido en un error al res-
pecto del Sr. Caballero Brunet, que tiene solicitada
una interrupci6n para cuando terminaran las de-
mas, y esta es la oportunidad en que se le hace en
su nombre la solicitud al Sr. Diaz Balart. El Sr.
Diaz Balart accede a ella?

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-Con mu-
cho gusto, pero quisiera referirme brevemente
antes, a la reiteraci6n que ha hecho el Represen-
tante, ilustre proletario sagiiero, Conrado Rodri-
guez, de las amenazas lanzadas en este Hemiciclo
por el Sr. Facundo Hernandez.

Sinceramente yo creo que nosotros debemos


sentirnos muertos. Nosotros ya no tenemos sali-
da nnguna...

Sr. Amador Rodriguez (Juan).-Para eso hay
que considerarse c6mplice primero.

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.).-El hecho
de que destruyamos las falsedades de la Oposici6n,
que se bate en retirada ante la evidence demostra-
c16n de todas sus insidias y las falsedades y que
pretend acudir al expediente de la amenaza y de
la coacci6n, no ha de lllnp_.li ll'I- que una y mil ve-
ces mas nosotros mantengamos nuestras lazones
en el Hemiciclo, en la prensa radiada y en donde
quiera que tengamos oportunidad de exponerlas la
seguiremos exponienco con la misma energia que
hoy, destruyendo ]as falacias, las insidias de la fal-
sa oposici6n, y seguiremos haci6ndolo, y sabemos
muy bien de antemano que el dia que tengan ellos
su oportunidad, volveran a implantar en Cuba el
regamen del arranca paocuczo. Sencillamente lo
han combatido, pero lo han confesado, y esa es
nuestra mas alta bandera de combat, demostrarle
una vez mas al pueblo cubano, y yo quisiera a es-
tas altas horas de la madrugada, que los ilustres
periodistas que estin aqui recogiendo las insiden-
cias de este debate, recogieran tambi6n, en toda su
amplitud, las amenazas insolentes que aqui se han
lanzado contra los Representantes del Gobierno por
el solo hecho de mantener un criterio a plenitud
de sinceridad y de decoro.

Me bastaria al final de esta Sesi6n, a la hora que
terminara, si la prensa de Cuba recogiera en toda
su exactitud, repito, esta actitud de una Oposici6n
que sentAndose en muy escasos bancos de la Cama-
ra de Representantes, se permit la insolencia de
amenazar de muerte a los hombres del Gobierno,
dici6ndoles que irAn a "vendettas", como eran an-
tes en los otros regimenes "aut6nticos", como ven-
ganza y represalia, porque hemos puesto por en-
cima de sus falsedades la fuerza de nuestra raz6n.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-Yo he acatado la
modificaci6n del Reglamento pacientemente, es la
primera vez que veo que las interrupciones se ha-
cen para tratar asuntos cuatro horas despu6s que
nos mueven a hacer preguntas al compafiero.

Yo quisiera que el Sr. Diaz Balart, cuando ter-
mine el companero Caballero Brunet, me permi-
tiera hacerle brevemente dos preguntas en rela-
ci6n con ello. Me interesan los hechos.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Conti-
nfie en el uso de la palara el Sr. Diaz Balart.

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.).-Con mu-
cho gusto. Mi deseo es que todos los compafieros
que me han pedido interrupciones tengan oportu-
nidad de hacerlo.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).--El Sr.
Caballero Brunet desea hacer la interrupci6n
ahora?








72 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


Sr. Caballero Brunet (Juan).-Yo con much
gusto, si el compafiero Del Toro desea hablar aho-
ra le cedo la oportunidad, y cuando 61 termine lo
hare yo.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene
la palabra el Sr. Del Toi o.

Sr. Toro Cabrera (Jose A. del).-Sr. President
y sefiores Representantes: La situaci6n obliga a
los hombres a manitestarse en la viia. Yo olgo
este aeoate y comprenao que nos vamos a caaa
rato de 6l.

Hay una Moci6n que no es condenatoria para
nadie, que es la que la Camara esta cebatienco,
y en eia se piae solamente una mvesugacion.
Hasta alhoa resuitan acusaaos por los alcnos ae
los senores Itepresentantes, el Sr. President de la
Repubtica, naisuntamente el Sr. Miistio ae Go-
bernacion, el Teenmee Jefe del Puesto aonde los
hecnos ocurreron y el companero Bequer. Vamos
a ver si a estas noras poaemos hacer algo, en
medlo de esta marana.

Entonces los hechos los conocemos por la ver-
si6n ae personas, aigunas tesugos presenciales. Y
yo quisiera que el companero viaz Baiart me con-
testara lo siguiente:

Dice el compafiero que tiene certificaciones de
documents onciales y copias totostaticas y otros.

Hay, segln su referencia, dos telegramas oficia-
les ael Ministerio de Gobernaci6n. Yo quiero sa-
ber los cestnatarlos, es declr, el Jefe del Estado
Mayor del Ejercito y el Secretano General cel
Sinaccato del Central "Washington", Zpoaria el
companiero facilitarme la fecha ae los telegramas?

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-31 de
agosto de 1955 ambos telegramas.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).--iEn cuanto al
del Secretario General del Sindicato hubo cons-
tancia de que lo recibiera?

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-No hay
ninguna.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-ZNo ha decla-
rado 61 en esta causa criminal?

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-No, no
ha declarado nunca que no recibi6 ese telegrama.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-En cuanto al
telegrama tachado de ap6crifo por no haber sido
remitido por el Ministro de Gobernaci6n, aunque
se utilize el nombre del Ministro, fecha y desti-
natario.

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-Destina-
tario: el Secretario General del Sindicato, Cesireo
Torres.


Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-O sea, la mis-
ma persona que se dice que recibe el telegrama
el dia 31 de agosto, impuesto con todas las for-
malidades legales en el Ministerio de Gobernaci6n.
ZEs la misma persona a quien se dirigi6 el tele-
grama official de 31 de agosto de 1955?

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-La mis-
ma, aunque es copia...

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-Fecha de im-
posici6n.

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-No se
puede apreciar bien, ya que es copia fotostitica.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-El telegrama
dirigido al Representante B6quer iqu6 techa
tiene?

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-2 de sep-
tiembre; y el otro telegrama fu6 trasmitido al Sr.
Conrado B6quer creo que a San Miguel 173.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).--Hay constan-
cia de que de alguna forma el Estado Mayor del
Ej6rcito traslad6 como una orden al Jefe de Pues-
to de Santo Domingo o de Manacas, la orden con-
minatoria de que no se autorizaba el mitin por el
Ministro de Gobernaci6n y que debia impedir la
celebraci6n de aquella reuni6n obrera?

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-Automa-
ticamente...

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-Entonces tene-
mos un telegrama que se reputa de falso impues-
to sin formalidades legales en cuanto a Dependen-
cia del Estado, como es la Administraci6n de Co-
rreos de Salubridad.

Decia usted hace un moment que hay un co-
lector del Tel6grafo que recibe el mensaje y lo
impone? LSabe usted si en ese telegrama dirigido
al Representante Conrado B6quer y al Secretario
General del Sindicato, hay alguna nota de que
fuera pagado, o fu6 cursado como si fuera official?

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-Fu6 pa-
gado.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-Y entonces, a
pesar de que ese telegrama es pagado, 4se recibi6
y se curs6 como si fuera del Ministerio de Go-
bernaci6n?

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-El tele-
grama fu6 pagado.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).--,Y ha sido pro-
cesado el que impuso el telegrama?

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-Asi es.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).--,Y el telegra-
fista?









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 73


Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.).-Ese es un
asunto administrative.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-ZLe exigieron
mil pesos de fianza por negligencia? LY no se ha
procesado al telegrafista, a ese muchacho, cuyo
panegirico he oido en estos dias...? Me basta.

Sr. Caballero Brunet (Juan).-Pido la palabra
para una interrupci6n.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene
la palabra el Sr. Caballero Brunet.

Sr Caballero Brunet (Juan).-Sr. President y
sefiores Representantes: Quiero ser muy breve
para contestar rApidamente un lamento que hacia
el Representante Conrado Rodriguez, en el senti-
do de que los discursos verticos por los Repre-
sentantes de la Oposici6n, no Iban a tener mAs
tiascendencias que precisamente eso: lamento. Sin
embargo, hace un moment con los votos de esta
Mayoria se aprob6 la Petici6n de Datos que de-
muestra a las claras, con toda fuerza moral, que
esta Mayoria gubernamental estA preocupada por-
que las cosas se hagan sin demagogia de ninguna
case, con la correcci6n con que aeben hacerse.
Lo que sucede es que esta cuesti6n no se trat6
con la sinceridad que debi6 haberse tratado, sino
que se trat6 de involucrar injustamente al Gobier-
no con los hechos acaecidos en el Central "Wash-
ington". Coincido por tanto plenamente en la du-
da que tenia el Representante CAndido Mora. De-
bo tener dudas, como deben tenerlas tambien to-
dos y cada uno de los hombres del Gobierno, co-
mo la tiene ya el pueblo de Cuba, cuando se refie-
ren al doctor Santiago Rey Peinas, en la forma
desajustada en que se ha hecho. Sin que sea un
halago, debemos reconocer que el senior Santiago
Rey, aparte de ser una figure brillante del Gobier-
no, gana simpatia por dia ante la opinion pfiblica
del pais, y aun de la propia Oposici6n, por la for-
ma correct y caballerosa en que se desenvuelve
frente a ese Ministerio. Esta sesi6n, pues, debe
servir de ensefanza a los compaiieros de la Opo-
sici6n de que la Mayoria gubernamental responded
en forma adecuada, cuando adecuadamente como
Cuerpo, se plantean las cuestiones que afectan a
cualquier miembro de este Cuerpo. Pero que se
pone de frente cuando entiende que no hay sin-
ceridad en los planteamientos y cuando se trata
de atacar injustificadamente a personas que tie-
nen una actividad clara y diAfana y una actitud
caballerosa y de hombria de bien, como el senior
Santiago Rey, como el General Fulgencio Batista.

La duda que surgi6 en el senior Mora, que tam-
bien ha prendido en mi, se aumenta lo mismo
cuando veo que frases vertidas del compafiero
del Gobierno como el senior Escobar, que fuera
s6lo en el sentido de explicar que cosa es
el azflcar de "bibijagua", se dijo un minute
despu6s, y a las cuartillas taquigrAficas me remi-
to, que el senior Escobar era un defensor del azil-
car de "bibijagua". Con posterioridad, Diaz Ba-
lart, dijo: ..."si yo estuviera en el plano de acu-


sar, acusaria a Con ado B6quer de ser el uinico
responsible". Y despu6s Bequer cuando hab16
dijo que Diaz Balart le atribuy6 una acusaci6n
direct de que era 61 el inmco responsible. Pero
eso no era bastante: cuando habl6 Pardo Jimenez,
y se refir16 a las medldas que estaba tomanco el
Gobierno para combatir la pioducci6n ae azucar
de "bibljagua", y que en vista de que esas acti-
vidades para combatir esa production, no habia
sido o osuticiente adecuadas, se habian adoptados
otras, dijo entonces Juan Amador Rodriguez, que
61 le hacia un ataque al Gobierno porque decia
que el Gobierno era incapaz de comoatir el azil-
car de "bibtjagua".

Cuando habl6 el senior Conrado Rodriguez dijo
que el senior Diaz Balart, decia que esa sangre
era de besaa, y decia que Diaz Balart comparaba
la sangre de los obreros cubanos con la sangre de
bestia, cuando Diaz Balart, en tono jocoso, expo-
nia que no pensaba que fuera sangre de obreros
azucareros que todos dignamente representamos,
y to atirmo a plena responsabiidaa, porque yo
fui antes de ser Abogaco, obrero azucarero, tal
vez durante mis tempo que muchos senores que
ahora son lideres smalcales y defendemos a caoa-
lidad: pues Conrado Rodriguez dijo que Diaz Ba-
lart, comparaba la sangre ae los obreros cubanos
con sangre de chivos. J'rancamente tengo que lle-
narme ae dudas, como se llen6 de dudas el com-
pafiero Cindido Mora. Hay que decir las cosas
con sincerdad, para que no caigamos en esta po-
l6mica, en la cual los Representantes de la Opo-
sic6in deben haber tenido muy buena ensefianza,
porque cuando se able de obreros en estos esca-
nos, los hombres del Gobierno nos sentimos repre-
sentativos tambi6n de los intereses populares del
pais, aunque no seamos miembros de la Oposici6n;
cuando se habla de causes nobles, tambien en es-
tos escafios se sientan hombres que estan en el
piano de servir a Cuba, pero sin demagogia. Quie-
ro terminar, pero previamente sefialar que si con
tanto 6nfasis se ha atacado las falsas posturas de
la Oposici6n en las personas de sus representati-
vos, es porque consideramos que estan responsa-
bilizados plenamente con todo el peculado, con
todas las lacras del autenticato y del priato. Aqui
dijo Juan Amador Rodriguez,, que 61 no se respon-
sabilizaba con ninguno de los miembros de esos
gobiernos.

iAh!, pero Juan Amador Rodriguez, como todos
los aut6nticos e independientes fueron al Patio de
la choza de la Quinta Avenida a congraciarse con
Grau y su respetabilisima ex primera Dama para
ser postulados en las filas del Partido Revolucio-
nario Cubano (Aut6ntico), que muchas veces ellos
niegan. A mi no me sorprende negociaciones con-
tinuas de los hombres del Autenticismo, de uno u
otro Comit6. Porque el mismo Prio SocarrAs, pro-
ducto de aquella cosa ignominiosa que fu6 el
"B.A.G.A.", mordi6 la mano tan pronto como to-
m6 posesi6n, del que lo habia hecho Presidente
y de a quien hacia pocos dias habia rendido todo
g6nero de pleitesia.

Sefiores, este es un ruego: desprendAmonos de









74 D1ARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


la demogogia. Vamos a centrar ya nuestros deba-
tes, en los que bastante ensefanzas deben haoae
recibido de los hombres de la Oposici6n, y porque
podemos asegurar que no estamos, como en la
Legislatuia anterior, en piano de soportar estos
a.taques en el Hemiciclo. Vamos a adentrarnos de
veras en la discusi6n de una series de medidas,
de leyes, no importa la procedencia, muchas le-
yes de ellos o de los aut6nticos y muchas, muchi-
simas mis leyes de nosotros. Los hombres que
estamos preocupados, sinceramente por Cuba te-
nemos que velar porque mejore el standard gene-
ral de la Rep6blica, sabiendo que asi interpreta-
mos a cabalidad el verdadero sentir y el verdade-
ro pensamiento de los hombres responsables y del
hombre que estimamos mejor intencionado de Cu-
ba: el General Fulgencio Batista. Por eso nos sen-
tamos aqui. Si hubi6ramos pensado por un mo-
mento que habia en Cuba un hombre mejor que
Batista, estariamos junto a 61, porque no nos une
a esta Acta de Rcpresentantc otra cosa que no sea
tratar de interpreter los verdaderos intereses de
toda la Repfblica y de todas las classes. Muchas
gracias.

Interpreten ademas otra cosa. Para terminar
debo decir, po que veo la impaciencia en algunos
compaieros, que yo he soportado durante dos Le-
gislaturas todos los magnificos discursos vuestros
y quiero que me permitan a mi que igualmente
me produzca en la forma que estime procedente.

Quiero que sepan los compafieros del Comit6
de Acci6n Democratica Independiente y esto lo
digo al final, que si en algun moment se ha ro-
zado en algo a las personas representatives de la
Oposici6n, no ha sido nada mas que porque con-
sideramos que han faltado a la buena 6tica del
compaherismo.

El Sr. Diaz Balart oculto durante un tiempo un
argument formidable que tenia. En la Legislatu-
ra anterior nosotros soportamos que en la prensa
del pais, companeros de la Oposici6n, que cobran
igual que nosotros, hicieian demagbgicamente pro-
nunciamientos, en el sentido de que rechazaban
algunas compensaciones de tipo burocritico y no
me apena hablar do ello porque soy politico en
servicio continue de mis partidarios y de quienes
no lo son. Se fu6 a la prensa y se habl6 de que
habian puestos en determinadas dependencias del
Gobierno y se dijo en plano de impoluto que se
renunciaba completamente a esas dependencias,
como dejandonos a nosotros el pecado que nunca
hemos tenido, porque nuestras manos jams se
han manchado con dinero mal habido. Y sin em-
bargo, ipor qu6 raz6n cobran exactamente igual
que lo que cobran los demas Representantes del
Gobierno? Esto no es ninguna imputaci6n a ellos,
sino, a pesar de que no tengo afios para ello, quie-
ro con este consejo expresar mis deseos de que
se deje a un lado toda la demogogia y entremos
en las cosas fundamentals del pais...

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Habian


solicitado la palabra los sefiores Mora y otros por
via de interrupci6n...

Sr. Cruz Perez (Jorge).--,Me permit una inte-
rrupci6n S.S. con la venia de la Presidencia?

Sr. Diaz Balart Gutierrez (Rafael L.).-Han de
concederse las interrupciones por el orden en que
han sido solicitadas ...

Sr. Cruz P6rez (Jorge).-Es que su Secretario
Particular, que se encuentra sentado a su lado, se
lo prohibe ...

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Sr. Cruz,
ningiln Secretario Particular toma asiento en el
Hemiciclo. El Sr. que estO sentado al lado del Sr.
Diaz Balart es el Sub-Lider de su Partido.

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-Yo no voy
a permitir que se me siga coaccionando y ya me
estoy cansando de que me metan miedo los Re-
presentantes de la Oposici6n. No le concede la
Interrupci6n por la forma irrespetuosa en que
la ha solicitado...

Sr. Amador Rodriguez (Juan).-Quiso decir el
compafero que era el Secretario del Comit6.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-,-Con-
cede el Sr. Diaz Balart la interrupci6n al Sr. Mora?

Sr. Diaz Balart Gutidrrez (Rafael L.).-Con mu-
cho gusto.
Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene
la palabra el Sr. Mora.

Sr. Mora Morales (Candido S.).-Yo vine aqui es.
ta noche enarbolando una bandera blanca, en seina
de parlamento, porque eran tantas las amenazas
en la prensa sobre que yo iba a tener la adecuada
respuesta, que tuve miedo; pero ahora tengo que
decir a la honorable Presidencia que si las coac-
ciones de la Oposici6n siguen en esa forma, si los
concepts que exponen son de la misma natura-
leza, yo tendre que dejar la bandera blanca y ve-
nir con un tanque y una cruz roja.
Ya esto es insoportable y yo si tengo miedo,
Sr. President. Como no voy a tener miedo, si
s6 de lo que son capaces. iC6mo se coacciona e'
derecho a los compafieros que hablan! iC6mo se
pretend tergiversar las cosas! iC6mo se pretend
presentarselas al pueblo, como mejor cuadra a sus
intereses!

Recuerden los compaieros de la Oposici6n, que
si tienen de:echo, pero s6lo hasta donde comienza
el nuestro, o lo que es lo mismo, que el derecho
de ustedes terminal donde comienza el ajeno y que
todos tenemos derecho a ser considerados y res-
petados en la misma forma que consideramos y
respetamos a ustedes.
Mi tiiimp,alI-i. querido, Juan Amador Rodriguez:
contestando a una alusi6n suya quiero aclararle
que yo no vine aqui con dudas. Si present la









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 75


cuesti6n en esa forma fu6 para hacerla mis deli-
cada y no tenia dudas de lo que dlje, porque pa-
ia ello podemos llamar a Jos6 P6rez Gonzalez,
quien afirma que el compafiero B6quer le asegui6
que en ningfn moment habia sido agredido con
el plan de machete. Que venga, que venga aqui
y lo sabremos.

Por eso no tenia dudas y estaba seguro de todo
cuanto decia.

Mi querido Facundo, me toca el turno ahora
para contestar alusiones de S.S. Batista es bueno,
pero en el Gobierno de Batista se cometian erro-
ies, se cometian desafueros, se cometian esos cri-
menes, pero imire quienes los cometian, mi que-
lido Facundo! Era Pro Ley y Justicia; y los diri-
gentes ;quienes eran? iLos sehores del 30! ;Re-
cu6rdelo, mi querido amigo! Recuerde el asesi-
nato de Porfirio Fianca. Todos esos hechos de
los Centrales, es error que cometi6 Batista dan-
doles personalidad sin tenerla.

Y habl6 del difunto Miguel Mariano G6mez,
ique Dios tenga en la gloria! Qu6 triste es tener
que hablar de un mueito en la forma que me
veo obligado a hacerlo en honor a la verdad. El
Sr. Miguel Mariano Gomez, que en paz descanse,
acept6 la ayuda de Batista para escalar la position
de President que no hubiera podido hacerlo por
si solo, y despu6s que se sent alli, pretendi6 trai-
cionarlo, y no quiero continuar por respeto a esa
honorable familiar y al muerto ilustrisimo. Pero
si quiero recordarle a mi amigo que fu6 en esta
CAmara de Representantes de donde sali6 la acu-
saci6n; que no fue Batista quien lo destituy6 sino
los miembros de una Camara igual que osta. ;Iro-
nias de la vida!

Hablaba, el compafiero Diaz Balart, de si Prio,
si Grau, si el priato, si el grausato, vuelven al Po-
der... Yo le aseguro que han de ser peores que
los hunos de Atila que ni las hierbas dejaban vivir
por donde pasaban, porque la experiencia la tene-
mos ya de cuando asumieron el Poder. Yo hice
oposici6n, mi querido amigo, y conozco los proce-
dimientos do la Oposici6n y por respeto no los
digo, pero usted los sabe tambi6n. iCuantas cosas
se le echan al Gobierno, que la Oposici6n hace
premeditadamente como tactica y haciendo bueno
aquello de que el fin justifica los medios. iNo!;
aqui no estamos para eso.

Se dice por un lider de la Oposici6n que hay
millones, creo que tres o cuatro millones de tra-
bajadores sin empleo. Yo no sabia que Cuba tu-
viera tantos habitantes, porque de ser cierta esa
afirmaci6n, la poblaci6n de Cuba ha aumentado a
mis de diez millones. ;Por qu6 exagerar la nota,
compafiero?

Se pretend tomar como bandera, para hacer
politiqueria y presentar "shows" a la galeria, la
frase de Diaz Balart cuando se refiere a la sangre.
El compafiero Diaz Balart, est6 seguro, tiene todo
el respeto que se merecen los trabajadores, y la-


menta, como todo el pueblo de Cuba, los aconte-
cimientos del Central "Washington". A lo que se
referia el compafero Diaz Balart es a la certeza
de la pi ocedencia de esa sangre, porque 61 dudaba
que fuera de los trabajadores, porque entendia, co-
mo entiendo yo, que esa sangre no era de los obre-
ros del Central "Washington". Y tambi6n pudiera
decirle, al referirme a esas radiografias que se
encuentran en su poder, que sobre la mesa de mi
despacho hay otras radiografias de personas con
tres o cuatro costillas rotas, pero no son obreros
del Central "Washington". Una radiografia no se
puede identificar de qui6n es.

Se pretend hacerme career que los honorables
Legisladores que usan pistolas cuarenta y cinco
permitieron que se les diera plan de machete.
Eso no se me puede hacer career. Son ellos dema-
siado fuertes, demasiado hombres para permitirlo.
;.i.ek. saben responder en la forma que las cir-
cunstancia lo requieran y entonces la sangre seria
del Teniente, del Sargento, o de ustedes, pero no
asi como dicen, eso no lo creo aunque vea las ra-
diografias y las fotografias en la primera plana de
los peri6dicos.

Voy a terminal Es demasiado tarde para
abusar de la paciencia de los compafieros. Bas-
tante hemos abusado ya. Yo creo que Diaz Balart
tiene la culpa y que ya debia dar fin a este de-
bate.

Me voy a referir a una afirmaci6n somera. De-
cia el companero que es un delito tener un expe-
diente administrative de un Ministorio. Perdone,
pero recuerde que el Ministro tiene facultad para
conceder autorizaci6n para sacar ese expediente
y mAxime cuando se vienen a esclarecer hechos
do la naturaleza del que ha motivado estas cosas.
Recuerde que los Ministros tienen facultad para
ello y con mis raz6n si el que lo solicita es el
lider de un partido mayoritario.

Decia mi qiuerido Juan Amador ... igute que
yo defendia a Santiago Rey. Ya ni so me cree a
mi cuando decia que no Y defender a Santia-
go Rey ;i .: quisiera, como no rodria defender
a Rocky MarIciano a pufietazos porque Rocky es
mis fuerte, ;C6mo pcdria yo! ;Que o(;adia!, iqu6
atrevimier't pretender de" nderlo!

Ya esto se \a h:ciendo demasiado cans6n, casi
ya no pod( nmos continuar, por eso, Sr. President,
ya es necesario ir a poner fin al circulo vicioso
en que estamos metidos, para que la voluntad de
este digno Cuerpo se deje sentir y sea la Mayoria
quien deci'i si procede la Moci6n o debe ser re-
chazada.

Sr. Presidenie i-( J ,- Loret de Mola).-Continiua
en el uso de la palabra el Sr. Diaz Balart.

El Sr. L6pez de Mendoza le pide una inte-
rrupci6n.


!Se la concede?









76 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-Con mu-
cho gusto.

Sr. President (Godoy Loret de Mola).-Tiene
la palabra el Sr. L6pez de Mendoza.

Sr. L6pez de Mendoza (Ramiro).-Sr. President,
te y senores Representantes: Es lamentable haber
estado aqui tantas horas para oir tantas tonterias,
y digo que son tonterias porque venir aqui como
tos seiores de la Minoria con una series de docu-
mentos sin valor de ninguna clase, porque yo soy
medico y los certificados que ellos traen no pue-
den decir el calibre del arma por ser certificados
de p imera intenci6n y estoy seguro que no cons-
ta que sean heridas por armas ae caliore 45. Des-
pues se sac6 de una maleta un sombrero, ropas,
etc, y yo esperaba que como "Mandrake" sacaran
el conejo, pero no vino.

Se habl6 despu6s de quinientos excedentes y de
las reducciones de los ooreros que se han tenido
que hacer y que ellos no han estado contormes y
se oponen al proyecto del canal Via Cuba, donde
se ie hubieia daao trabajo a veinte mil hombres.
Se ha habiado del azicar de "bibijagua", que es
superproduccl6n y protestan de la reduccion de
la zaira, pero iqu& es lo que quieren? El Presi-
dente, dia y nocne, trata de encontrar fuentes de
trabajo.

Sefiores, repito, es lamentable tener aqui, des-
pubs de la brillante exposici6n de nuestio Lider
que tan claramente ha expuesto, que el paquete
es de ellos. Para qu6 hablar tanto; compaieros,
reconozcan que han sido derrotados.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-Pido la pala-
bra, Sr. President.

(Deja el Sr. Godoy Loret de Mola la Presiden-
cia y la ocupa el Sr. Vald6s Astolfi.)

Sr. President (Vald6s Astolfi).- Para un ruego,
tiene la palabra el Sr. Jos6 A. del Toro.

Sr. Toro Cabrera (Jos6 A. del).-Para rogarle a
los compaferos que garden las radiografias, para
que se cejen los t6rminos de medicine legal, por-
que aqui todo el mundo acepta la realidad de que
hubo lesionados. Yo no veo la insistencia en sacar
la radiografia si aqui lo que se esta pidiendo es
que se nombre una Comisi6n Investigadora, no
para que condene, ni supone el nombiamiento de
la Comisi6n, en el caso que se acepte, no supone
una condenaci6n de ninguna persona ni de nin-
gin sistema. Yo creo que las fotografias y todas
estas cosas deben guardarse, que la CAmara re-
cuerde bien que lo que estA a debate es el nom-
bramiento de la Comisi6n.

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L).-E1 Sr. Fis-
cher me habia pedido una interrupci6n.


Sr. Fischer Lorenzo (Rolando).-Sr. President
y seiores Representantes: Yo no soy orador y
s6lo voy a decir unas breves palabras en esta no-
che para terminar. Me parece que el debate ha
sido largo, y que al inicio de esta sesi6n, se tom6
el acuerdo sobre la Petici6n de Datos para la in-
vestigaci6n de los hechos que se produjeron en
el Central "Washington", y asi se ha hecho cons-
tar en la version taquigrafica y en el Acta. Es
deseo de la CAmara de que se esclarezcan los he-
chos ocurridos en el Central "Washington", pero
en cuanto al procedimiento a seguir, esto compete
a los Tribunales de Justicia que son los encarga-
dos del fallo.

Yo quisiera decir, antes de terminar, que soy
amigo del Presidente de la Repfublica, de un Pre-
sidente que no dice que en Palacio se encuentra
la Plaza Publica, cuando debiera estar aqui; de
un President en cuyo Despacho no aparecen bri-
Ilantes robados, por eso me siento muy orgulloso
de pertenecer a la CAmara y de ser progresista,
y de que el Presidente de la Naci6n, para bien
de Cuba, lo sea el General Batista.

Quieio aclararle al compafiero B6quer que los
Representantes que estamos aqui, somos Repre-
sentantes del pueblo, compartimos sus necesida-
des, sus ansias de superacl6n. Toda mi vida as-
pire a llegar algfn dia a la CAmara; y afln me
acuerdo cuando el Sindicato de Obreros del Cen-
tral "Trinidad", a pesar de ser hijo de un patro-
no, el Sr. B6quer me llam6 para que hablara a
nombre de ese Sindicato...

Queria aclarar al compafiero Conrado Rodriguez
algo respect a lo que 61 ha dicho en torno a la
political social del Gobierno del General Batista,
considerAndola como una political de agresi6n a
la clase necesitada del pais. Yo quisiera que el
compafiero Conrado Rodriguez me pudiese contes-
tar siquiera estas palabras: en los Dispensarios
establecidos en Cuba donde las madres cubanas
no tienen que recurrir con los hijos en brazos
deambulando de puerta en puerta para obtener
su curaci6n, que tienen Dispensarios que los atien-
den y los curan, Zeso es political de agresi6n?
Cuando en Cuba los enfermos de los hospitals
no tienen que salir a la carretera para declararse
en huelga de hambre, como ocurria cuando los
gobiernos "aut6nticos", ,es political de agresi6n?

Un pais donde se ha construido y hay caminos
para que los campesinos puedan llevar sus frutos
a los mercados, es political de agresi6n?

Quiero que me diga si es political antisocial del
Gobierno que reconstruye, que repara calls y ca-
rreteras, que antes duraban apenas dos o tres
afios y ahora duran indefinidamente, es political
antisocial elevar el standard de vida del pueblo
cubano y proteger principalmente a la clase mas
necesitada del pais?


Sr. President (Vald6s Astolfi).-Tiene la pala- I Es political antisocial, que me diga c6mo puede
bra el Sr. Fischer. considerarse agresor a ese hombre, que fu6 el








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 77


primer gobernante en preocupaise por llevar la
educaci6n y la escuela a lo mds rec6ndito de nues-
tros campos para que los nifios campesinos pudie-
ran conocer lo que es el abecedario, para poder
leer y escribir. Eso me hace recorder ui.a frase
del compafiero Santiago Rey cuando nos encon-
trabamos en una reuni6n del Partido Acci6n Pro-
gresista que contaba la anecdota de un padre que
all' en la montafia de su pueblo, en Trinidad, le
preguntaba un hijo: "PapA, con qu6 B se describe
"victoria" y el padre le dijo: Hijo, yo no tengo
la suerte de haber ido a la escuela, pero escribela
.con la B de Batista, porque Batista es siempre
una victoria de Cuba y de sus campos".

iPuede llamarse political antisocial cuando )a
Primera Dama al ocur;ir una desgracia es la pri-
mera, no por motives de propaganda ni ideas po-
liticas, que acuda a prestar ayuda al desvalido, a
llenar las necesidades de ellos, a prestarles soco-
rro y todos los auxilios que el Gobierno brinda
en todas las oportunidades y que con su noble
coraz6n cumple la Primera Dama sus deberes de
compafiera del Primer Magistrado de la Naci6n,
de hacer el bien a toda la clase necesitada de
Cuba?

C6mo vamos a pensar siquiera que puede ser
un agresor de la clase necesitada de Cuba el hom-
bre que construye "Topes de Collantes" donde
para ingresar a un enfermo -y eso lo sabe el
Sr. Conrado B6quer- no se le pregunta de qu6
Partido es ni de d6nde viene, solamente cuentan
las posibilidades de curaci6n a un cubano que ne-
cesita de un centro hospitalario.

Si eso constitute para la clase necesitada cu-
bana una agresi6n, no entiendo qu6 es una poli-
tica de protecci6n. Y por filtimo, antes de cederle
la palabra al Sr. Gast6n Godoy y Loret de Mola,
quiero decir que el compafiero Diaz Balart, en
una interpretaci6n err6nea, pens6 o pudo pensar
que los "Autenticos" volverian al Poder en Cuba,
que este pais seria desmemoriado de ocurrir eso,
y yo con optimism de hombre joven en el por-
venir de Cuba digo que quizas otros hombres pue-
dan gobernarnos pero los "Autenticos", esos no
volveran a hacerlo.

Los que amenazan a los hombres en este Par-
lamento, porque sostenemos y defendemos a nues-
tros ideales y respaldamos al Gobierno del Gene-
ral Batista, no podrAn merecer la confianza del
pueblo; que quieren que Cuba prospere y que
quieren que sea feliz y que no vuelvan esas 6po-
cas en que andar por una calle era motivo de peli-
gro, y una madre no sabia si perdia un hijo en
una calle en un tiroteo en que no particip6, los
que quieren que esos hechos lamentables no vuel-
van a repetirse en Cuba, esos estAn con Batista.

Nosotros nos sentimos orgullosos del Gobierno
del General Batista, que represent a un Partido
que tiene como cabal fundamento hacer por el
pueblo de Cuba las mejores realizaciones y bene-


ficios para largo tiempo y no como motive de
propaganda.

Sr. President (Vald6s Astolfi).-Tiene la pala-
bra el Sr. Godoy.

Sr. Godoy Loret de Mola (Gast6n).-Sr. Presi-
dente y sefiores Representantes: Por much que
me apasione el debate, por much que la pol6mi-
ca me atraiga y me seduzca, no ha de ser tanto
como para declinar el privilegio de presidiros e
intervenir en las deliberaciones.

Habr6 de tratar siempre de mantenerme alli,
desenvolviendo esa honrosisima funci6n que me
hab6is otorgado, sustraido a esas pol6micas apa-
sionantes y a la seducci6n de esos debates. Pero
debo a la CAmara informaciones y a rendirlas he
bajado.

Las informaciones a que me refiero no consti-
tuyen en realidad nada nuevo fuera del Ambito
de este Hemiciclo, porque ya la Prensa hubo de
recogerlas de manera sefialada.

Cuando estAbamos en period de receso, antes
de que la Legislatura fuese abierta, el Presidente-
Lider del Comit6 de Acci6n DemocrAtica Indepen-
diente, nuestro compafiero, Sr. Juan Amador Ro-
driguez, me dirigi6 escrito aludiendo a los suce-
sos del Central "Washington", que hoy nos ocu-
pan. Sefialaba en 61 hechos que afectaban de ma-
nera direct a nuestros compafieros los sefiores
Conrado B6quer y Conrado Rodriguez. Y aten-
diendo a la solicitud que aquel escrito contenia,
pese a que estAbamos en period de receso came-
ral, hube de convocar a una reuni6n de los Lide-
res de todos los Comit6s Parlamentarios de la CA-
mara.

En aquella reunion, que muchos 6rganos de pu-
blicidad insertaron en la textualidad de sus resul-
tados, y que algfin 6rgano de publicidad tergiver-
s6, mafiosa y caprichosamente, dando a entender
que habia sido convocada por mi con una previa
comida para zurcir voluntades y arreglar situacio-
nes, como si no ya los hombres del Gobierno, sino
los hombres de la Oposici6n, el Lider Juan Ama-
dor Rodriguez y el Lider Facundo HernAndez pu-
dieran declinar actitudes y rebeldias en una sim-
ple comida previa que habia de preceder a esa
reunion.

En esa cr6nica an6nima, que se hace con fre-
cuencia eco de an6nimas informaciones y que hoy,
pese a estos antecedentes y pese a la situaci6n un
poco delicada en que con esos comentarios le si-
tuia, ha sido recogida aqui con subrayados elogios
por mi ilustre compafiero Sr. Facundo HernAndez,
se tergiversa el sentido de la comida cordial que
precedi6 a la sesi6n de los lideres y que no lle-
vaba otro prop6sito que el de reunirnos compa-
fieros de CAmara, con nuestros diversos criterios
y inuesiItras encontradas opinions, pero con espiri-
tu de Cuerpo, para tratar despues cosas que al
Cuerpo afectaban.








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


Alli se dice maliciosamente que llegamos con
grandes habanos en la boca, para tomar despu6s
siete -se precisaba el numero- charolados auto-
m6viles oficiales, cuando a pie vinimos, entire los
empleados piblicos que nos esperaban a nuestro
paso, para plantear sus demands -y no estoy
con esto sino poniendo en su lugar chismes y en-
redos y malas intenciones de esas cr6nicas que no
tratan de orientar, sino de desorientar a la opinion
piblica y rebajar los niveles de los representati-
ves populares, no ya del Gobierno, sino de la pro-
pia Oposici6n, que aqui cumple con dignidad y
valentia y con las mAximas garantias la funci6n
que le corresponde-, venimos despu6s aqui al
Capitolio a celebrar nuestra reunion, que no fu6,
ni tenia que ser a puertas cerradas, que se cele-
br6 sin asistencia de public, porque no de otro
modo puede desenvolverse el trabajo sin interrup-
ciones. Pero en sesi6n y en mi despacho, en don-
de siempre la digna Prensa cubana tiene abiertas
las puertas para escuchar nuestras deliberaciones,
sobre todo cuando se sientan sin transigencias y
sin componendas, los hombres de la Oposici6n y
los hombres del Gobielno; abiertas, reitero, las
puertas a la digna Prensa de Cuba, para evitar
tambi6n que la mala Prensa tergiverse el sentido
y el contenido de nuestras reunions; y alli, sefo-
res, se adopt por unanimidad y como el primer
de los Acuerdos el de recoger los informes que
el Sr. Juan Amador Rodriguez ofrecia y comisio-
nar al Presidente del Cuerpo a fin de que para
la mas complete y pronta dilucidaci6n de respon-
sabilidades, visitara al Honorable Sr. President
de la Republica, y ese es el informed a que me
refiero. Al te minar aquella reuni6n en declara-
ciones a la prensa, para satisfacci6n nuestra, el
Presidente-Lider del Comit6 de Acci6n DemocrA-
tica Independiente manifest que estaba plena-
mente satisfecho de la acogida, traducida en el
Acuerdo, que los lideres de los demAs Comit6-
Parlamentarios de los partidos de Gobierno le h"
bian impartido a su propuesta. Y esa declaraci6-
de entonces, esa declaraci6n de aquellos dias '
Juan Amador Rodriguez frente a un acuerdO
,',,t..Lli, por unanimidad, es lo que yo creo nece
sario, convenient y provechoso para nosotros -
para el pueblo que representamos, que en estos
instantes, que en esta madrugada en que la ola
de las pasiones parece haber pasado por sobre
nuestros pupitres, se recuerde y se recuerde que
tuvimos todos los lideres, con el Presidente del
Cuerpo, una actitud que mereci6 en declaraciones
pfiblicas a la prensa la expresi6n de complacencia
del Presidente-Lider del Comit6 de Acci6n Demo-
crAtica Independiente.

Esta era una informaci6n necesaria, no s61o por
lo que me atane como el funcionario de la CAma-
ra a quien se comisionaba para realizar esa ges-
ti6n, sino porque ademAs, como aqui se han hecho
alusiones a la conduct y al civismo de los hom-
bres de una Mayoria que integro, me interest sub-
rayar cuAl fu6 aquella conduct y qu6 calificaci6n
hubo de merecer de nuestro compafiero Sr. Juan
Amador Rodriguez, que habia promovido la re-
union.


Ahora debo informar que cumpli mi cometido
v realic6 todas esas gestiones; que el Sr. Presi-
-lente de la Repfiblica me recibi6 de inmediato;
que le hice la cxposici6n de los hechos y que su
respuesta fu6 la que yo he dado al Sr. Juan Ama-
dor Rodriguez, como firmante de aquel escrito,
que promovi6 el susodicho Acuerdo, y es el de
que en tanto la investigaci6n se terminaba y con-
eluia, habia dispuesto el traslado del Jefe Militar
de referencia, y que habia dictado las oportunas
instrucciones para que la investigaci6n se realiza-
se en la forma mis rApida y mas acuciosa dentro
de la esfera de acci6n que al Poder Ejecutivo com-
nete, sin perjuicio de aquella otra oue es propia
de los 6rganos jurisdiccionales del Estado, o sea,
del Poder Judicial. Y al dar este informed, same
nermitido, compaieros Representantes, exnresar
mi pensamiento de cierto desconcierto mio cuan-
do desde la Presidencia de esta sesi6n yo veia es-
te choose v este debate y esta pol6mica, en torno
a una Moci6n pidiendo una Comisi6n aue sioniera
el process de la investivaci6n y no me anarecia
por parte algena el interns en que el Pleno cono-
eiera de aquella previa gesti6n estimulando esa
ranida, pronta v cumnlida (lii,-Iii. iid.l de resnon-
cabilidades, como rezaba el Acuerdo del Coninnto
de Lideres a aue acabo de haoer referencia. Esto
en lo aue al Acuerdo se refiere: nero creo one
mi narticinei6n direct en otros asneotos de la
cuesti6n anoi Iratados. me obliga tambi6n a no
callar. sin Animo de polomizar. nero si de infor-
mar al Cuerno en cuanto pudieran o no estar
vinculado a los origenes de la cuesti6n. v como
un antecedente aue ofrecer a esas investinaciones,
sobre el problema de la llamada "bibijagua".

Digo yo, que he side participe en hechos nce
debo expresar al CuerDo, para la mas cumnlida
comnrensi6n del nroblema. aparte de la consider
racidn generica onaI no debo dejar de hater. de
'11e el t6rmino "bibhiiana", no es de reciente in-
cPrci6n en nuestro 16xico. oue data de miuchos
-oios atrrs, aue es un padecimiento aue comienza
'pn nronto prineiDian las regulaciones y las res-
+ric(iores az icaeras v debo consignar que en lo
rle a este Gobierno toca. cunndo hace va ala~in
';mmno. hace meses. debi6 celebrarse determinada
"s.mblea de la Asociaci6n Nacional de Colonoq de
nCba de la cual soy deleoado, en uni6n de al.u-
nos penresecntantes aqui presentes, fui llamado
nor el Presidente de la RepTblica, quien hubo de
niantearme las dificultades con que se tronezaba
nTara onerle t6rmino al nroblema traditional, en-
'Amico one nadie ha salvado en Cuba. de la fa-
hricjaein do azdcar de "li,;iii :.ia". Es un nEoblema
de insnecei6n, es un problema de autoridad: nero
,q un problpma. a nesar de eso, insoslavable y difi-
"i!. norowe la. .'-!.li..:", 1 noe no otra cosa. como
hien decia Escobar, aue ]a fabricaci6n de azucar en
oveeso de la euota asignada al Central, o sea, la fa-
brienci6n clandestina e ilegal de azfluar aue se
realiza nor los tres sectors de la producci6n: por
Al hacendado. aue quiere fab-icar mas aziicar y
oanarl mrs dinero, Dor el colono aue oniere moler
las cafias que se le van a quedar paradas en el
. *im11, y por el trabajador que quiere mas dias


---~


eL~i~iTi-E--iii*i~iii~iiii~i~


-------s______~^~_~~ ~~


E~?_~Ebiri~3-_~EL~iT








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 79


de trabajo en las fabricas, y entonces tenemos el
concurso de los tres sectors y la imposibilidad
de una ve dadera investigaci6n en la fabrica o en
la industrial de que se trate, para determinar que
se esta fabricando clandestinamente el azuicar,
porque los tres participes que pueden concurrir
a la comprobaci6n de la ilegalidad son los 'res
c6mplices en esa ilegalidad que se estA cometien-
do; y entonces, sin perjuicio de estimular el celo
de la inspecci6n y el celo de la auto idad, el Sr.
President de ]a Repfiblica queria producer un
ambiente, una atm6sfera de repulsa a esa situa-
ci6n en el seno de las Asociaciones de Hacenda-
dos, de las Asociaciones de Colonos y de las Orga-
nizaJ,inI-. proletarias. Y aquel empefio tuvo tan-
to 6xito que alli tienen ustedes a los lideres sin-
dicales promoviendo sus campafas contra el azu-
car de "bibijagua", que aqui tienen ustedes los
acuerdos dristicos y te'minantes de la Asociaci6n
de Colonos y las reuniones que en estos dias ce-
lebran con los representatives de la Asociaci6n de
Hacendados, primero ante el Ministro de Agricul-
tura, y despues otras en otros lugares con inde-
pendencia de los organisms oficiales, para pro-
ducir ese clima, ese calor de clase a que me he
referido.

De manera, sefiores, que estos acontecimientos,
que los he vivido, en los que he sido Darticipe,
porque he cooperado al studio de distintos pro-
vectos e integro la Comisi6n que actualmente estA
funcionando, y la integro por desionaci6n del Sr.
No-delo. President del Comit6 Eiecutivo he la
Asociaci6n de Colonos, para establecer nuevas
medidas que sean mAs eficaces que las que rigen
en la actualidad y que las que han regido en los
periods anteriores, demuestran que esta cuesti6n
del azfcar de "bibijagua" tiene, por estos antece-
dentes, aue desasirse y desconectarse en todo lo
que pueda implicar responsabilidad del Gobierno
con los acontecimientos que se han venido tratan-
do esta noche.

Pero yo no puedo, ya en el calor de la exposi-
ci6n y me lo habrin de excusar ustedes, pese al
declarado prop6sito de no tener expresiones que
puedan ser de participaci6n polemica, yo que soy
un enamorado, tal vez eauivocado y presto a todas
las rectificaciones tan pronto se me demuestre lo
contrario, de la orientaci6n azucarera que rige
actualmente, yo no puedo omitir el comentario de
la comolacencia con que he escuchado a nuestro
compahero Conrado B3quer, cuando tras las ma-
nifestaciones de Escobar de que el azuicar de "bi.-
bijagua" no le auitaba sino Ic daba trabajo al
obrero cubano, Conrado Blquer, destacado repre-
sentativo de la Oposici6n, decia aue no se trataba
de eso. sino do los interests de Cuba, de los inte-
reses de nuestro azuicar en los mercados. Y ma-
nifestaciones como 6sas o parecidas las apuntaba
tambien nuestro ilustre compafiero, el lider del
Partido Revoluciona'io Cubano (Autentico), Sr.
Facundo HernAnde7 Es decir, quo ambos com-
prenden -y qu6 trinquilidad y que satisfacci6n
para nosotros, los que hemos cooperado a que so
siga la trayectoria, la linea, la political azucarera


actual- que ver a estos dos destacados represen-
lativos de la Oposici6n, reconociendo que la fabri-
caci6n de azlucar por encima de las cuotas asig-
nadas, es lesiva a los intereses azucareros cuba-
nos, o sea, que el sistema de cuotas, el sistema
de la restricci6n de la defense vital de los intere-
ses de zucareros cubanos.
(Aplausos.)

No me extender en esto, porque ya he dicho
que no quiero darle sentido pol6mico a mi expo-
sici6n. Debiera afadir, como otra informaci6n
-aunque 6sta ya sea innecesaria, porque otros
compafieros la han dado aqui--, que en torno a la
political sindical en el caso especifico del Central
"Washington", tambien estamos los hombres de
gobierno desasidos de toda conexi6n con sus orige-
nes, porque quien dirige y alienta el movimiento
sindical del ? .. lido Accion Progresista, el Sr. Jose
Perez GonzAlez, miembro de nuestro Comite, ha
dicho y ..Yi i,,.l. y ha reiterado que 61 respalda
y esti con las reclamaciones proletarias del Cen-
tral "Washington".

De manera que tampoco podemos tener la in
tranquilidad de conciencia de que hayan suspica-
ces que piensen que ha habido una acci6n del Go-
bierno respaldando una situaci6n de apoyo al in-
ter6s patronal en el Central "Washington".

Yo debiera terminar afiadiendo como otra in-
formaci6n que no tiene que pesar en este debate,
que es casi intrascedente, pero que me toca de
manera tan personal que no puedo dejar de ma-
nifestarla aqui, que oi, en una lista que leida por
nuestro ilustre compafiero Sr. Facundo HernAn-
dez, en una list, repito, de victims atribuidas a
determinado period de Gobierno, el nombre de
Modesto Maidique y Venegas.

Y yo, sefiores, que fui el acusador en la causa
por la muerte de .' i.dI- i. Maidique Venegas, creo
que quedaria mal con mi conciencia si permane-
ciose callado y no dijera que no hubo alli la me-
nor relaci6n con la que le atribuye la cr6nica, a
que se daba lectura, al Gobierno a que se aludia
con la muerte de Modesto Maidique y Venegas.

El responsible de aquella muerte, o por lo
menos aqu6l a quien acus6 como responsible, esta
gua' dando prisi6n en la cArcel a virtud de senten-
ia judicial, que es bien explicit en cuanto al ori-
gen del problema, en cuanto a sus autores y en
cuanto a todas las incidencias del mismo.

De manera que estoy obligado como participe
que fui en ese process judicial a hacer esas acla-
raciones, para que quede apart ese nombre y
para que veamos todos, compaieros, qu6 dificil
v que riesgoso es hablar de referencias, qu6 peli-
groso es recoger en las cr6nicas, ;y en ciertas
cr6nicas!, versions que tantas veces son equivo-
cadas, como en este caso, en que hay un pro-
nunciamiento judicial y qu6 responsabilidad tan
grande la de tomar de una cr6nica cualquiera una
version y traerla al Pleno de la Cimara como un








80 DTARTO DE SESTONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


INRI para marcar a un hombre, para manchar la
historic limpia de un hombre, con una imputaci6n
de haber alentado un asesinato, porque se ignore
que el caso fu6 juzgado con todas las garantias,
que fu6 fallado y aue el culpable esta en la car-
cel guardando prisi6n en cumDlimiento del casti-
go que los tribunales le impusieron.

Y aquella acusaci6n no la formula a mi capri-
cho. sino en total acuerdo con los familiares, con
el hermano, con la viuda de Modesto Maidique y
Venegas.

Debo afiadir, terminada esta informaci6n, algo
mis: pero antes de pasar a ello, me viene a la
mente un aspect de esta pol6mica, sobre el cuil
mAs que un informed yo quiero emitir, un juicio
personal, con el que creo que hago obra de jus-
ticia v todos estamos obligados a hacerlo cuando
es menester.

Compafieros: Yo me permitiria asegurar, como
si fuera de mi mismo, estas dos cosas: aue el dia
que un hombre de la entereza de caricter y de
las demas condiciones, en las que no necesito
abundar, de Santiago Rey, dicte como Ministro re-
sollciones que los organismos instrumentales del
Estado. aue las fuerzas pofblicas desobedezcan,
Santiago Rev no sera Ministro de Gobernaci6n ni
veinticnatro horas mas si no se reetifica y no se
imnone una sanci6n. Y debo afirmar tambi6n,
noraue lo conozco, no en el orden de las intimi-
dades Dersonales. sino en el orden de las relacio-
nes oficiales en el largo tiemDo en aue desemDefi6
una Cartera en el Gabinete. lue el Jefe de las
Fuerzas Armadas, que el General FranciscoTaber
nilla v Dolz. es un caballero cabal. es un funcio-
nario recto y es un verdadero military, incanaz de
deqemnefiar su iefatura al margen de sus deberes
o de espaldas a las 6rdenes e instrucciones de los
Ministros correspondientes del Gobierno, cualquie-
ra que 6ste sea.

Y haeo estas dos aclaraciones. comoafieros de
la Camara. no tanto en el afin de hacer justicia
a aue me refiero. sino por algo aue me tiene pre-
ocunado. hondamente preocupado. desde aue es-
cuch6 algunas sugerencias en contrario. Yo creo
que nada puede ocurrir, que nada puede haber
ocurrido en esta sesi6n de mavor gravedad aue
esa insinuaci6n, tal como vo nor lo menos la in-
ternreto. creo aue inclusive las cuestiones de or-
den personal anunciadas en el decursar de la se-
si6n. de las que algunos comDafieros subieron a
la Presidencia para hablarme. por dramAtico que
pudiera ser el desonlace anli centre comoafieros
de este Cuerno, pudieran dolernos como compa-
fieros de ellos. como miembros del CuerDo. pero
no pnedlon tener la trascendencia, la imDortancia
que tendria el aoe onedara en la mente siauiera
de los aue lo han dicho, ni siauiera en la de los
que lo han nensado. oue en el r6gimen funcionan
en diconannia como tievca floia. como rueda suel-
ta. loc Tnstituitoq armados. noraue eso si seria una
situnci6n de verdadero Deliaro Dara nuestra nacio-
nalidad, para nuestra ciudadania y para nuestra


soberania, y como asi se ha dicho en un caso
precise como 6ste en que conocemos los antece-
dentes de todos los funcionarios, implicados, mAs
que producirnos en la pol6mica, es apelar a la
conciencia de todos y de cada uno para que com-
prendamos que esa situaci6n no se ha producido
ni puede producirse. porque Santiago Rey, en el
tiempo que sea Ministro de Gobernaci6n, sera in-
tegralmente el Ministro de Gobernaci6n. y el Ge-
neral Tabernilla, mientras ostente la jefatura del
Ej&rcito, harA buena su condici6n de pundonoroso
military, de cubano intachable y de ciudadano dig-
nisimo.

Y hechas estas aclaraciones y dados estos infor-
mse, sefiores Representantes, quisiera, decia yo,
que mis palabras se produjeran con una nrecisi6n
tal que no huhiera la mAs remota posibilidad de
un mal entendido.

Yo quisiera que se escuchara mAs que lo aue
llevo en los labios, lo que tengo en el pensamiento
y en el coraz6n, y no pudiera ninguno de ustedes
interpreter que tengo la vana pretensi6n de tra-
zar una ruta o intentar una ensefianza a hombres
tan esclarecidos como los que aqui se sientan y
me acompafian.

Pero pensaba vo que estamos al filo de las tres
y media de la madrugada en la sesi6n aue emDez6
a las cuatro de la tarde de ayer; pensaba aue
desde la sesi6n anterior se conmovia esta CA-
mara en un debate, a trav6s del turno de ex-
Dlicaci6n y de las interrunciones en relaci6n
de la Petici6n de Datos al Ministro de Goberna-
ci6n, y aue desDu6s de aquello, movidas todas las
voluntades de la Mavoria, hubo un voto unAnime
accediendo, y que ahora, horas desnu6s. parece
nue el Acuerdo es inocuo e intrascendente y que
hubimos de perder el tiempo lastimosamente. Di-
go esto, por las distintas opinions aue han ver-
tido enmarcadas en el fragor de la pol6mica apa-
sionada. Despu6s, como bien ha dicho el compa-
fiero Del Toro, en torno a una Moci6n que no es
de nrotesta sino de investigaci6n, olvidamos que
habia una investigaci6n orevia, cuyo conocimiento
no se recababa, y la Presidencia no ofrecia de
manera espontAnea para que no pareciera que
queria torcer el debate.

Como decia el compafiero Del Toro, no escu-
ch6 una nalabra al respecto de la investigaci6n,
V se encrespa la pasi6n y volvemos al pasado y
unos y otros hemos estado toda la noche trazando
los perfiles de los hombres pfiblicos, de nuestros
respectivos jefes y lideres y partidos.

La mavoria en todos los parlamentos, y en es-
necial en 6ste nor su nfimero. tiene la resnonsa-
hilidad de ser factor determinante en los resulta-
dos de los debates, pero la minoria, por exigua
aue sea, sobre todo cuando se enfrenta con una
mavoria tan respetuosa de sus derechos como es
esta, tiene su resnonsabilidad tambi6n, porque
aunque no sea factor determinante, traza rum
bos, porque segfn el camino que siga por 61 se-








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 81


guird obligadamente la mayoria, para enfrentir-
sele y entablar la pol6mica y el debate. Y, seio-
res, cuando yo veo el texto de la Petici6n de Da-
tos, cuando veo el texto literal de la Petici6n de
Datos y veo la importancia que tuvo en un mo-
mento y perdi6 en el otro, cuando oigo los argu-
mentos de Del Toro; cuando pienso en ese hombre
de la calle de que tanto se ha hablado aqui; cuan-
do pienso en los desempleados; cuando pienso en
nuestros necesitados; cuando pienso en los hoga-
res faltos de recursos para sus necesidades ele-
mentales; cuando pienso en la espectaci6n que
produce en la opinion pfblica el abrirse de esta
Legislature, y cuando pienso que estas horas las
hemos pasado enredados en el debate de una Pe-
tici6n de Datos que despu6s de aprobada parece,
porque asi se dice, que no sirve para nada; cuando
pienso que hemos virado hacia atris todas las
paginas de la historic y hemos tenido toda la no-
che el dolor de estar escarbando en las sensibili-
dades de un pueblo, porque nadie puede gozarse
aqui de la sangre derramada, ni en los padres
muertos, ni en la familiar abandonada en la orfan-
dad, porque nadie puede, por muy duro que sea
el golpe que se quiera asestar al adversario, refo-
cilarse hablando de la tragedia de Cuba y sefiores,
a poco, que nos descuidemos estaremos refocilin-
donos en ella, me parece que cuadra y es obliga-
da sin que por ella mis palabras conlleven critical
o censura alguna, la expresi6n del sincere deseo
de que la CAmara pueda, por encima de las pa-
siones political, entrar por los caminos del trabajo
fecundo y dictar las leyes que aseguren a Cuba
la paz, el trabajo y el progress.

Sr. President (Vald6s Astolfi).--Termin6 el
Sr. Diaz Balart?

Sr. Diaz Balart Guti6rrez (Rafael L.).-Si, senior
President.

Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Pido la palabra
con motive de la votaci6n, Sr. President.

Sr. President (Vald6s Astolfi).-Tiene la pala-
bra el Sr. Guerra Romero. Estamos en el tramite
de votaci6n.

Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Sr. President y
sefiores Representantes: He pedido la palabra en
relaci6n con la votaci6n. La Presidencia, hacien-
do juicio de unas palabras que expusiera el com-
paiiero Pardo Jim6nez, cuando calificaba que la
sesi6n de esta noche seria memorable y de extra-
ordinaria significaci6n para la CAmara, como
miembro del Comit6 Parlamentario del Partido
Revolucionario Cubano (Aut6ntico)...

Sr. Lima Delgado (Luis).-Pido la palabra para
una cuesti6n de orden, Sr. President.


Sr. President (Vald6s Astolfi).-Para una cues-
ti6n de orden tiene la palabra el Sr. Lima.

Sr. Lima Delgado (Luis).-Quisiera saber en qu6
tramite de la votaci6n estamos.

Sr. President (Vald6s Astolfi).-En el de vo-
taci6n.

Sr. Guerra Romero (Eliseo).-Si el Sr. Lima no
estuviera preso de una nerviosidad tan enorme,
lo hubiera ya conocido.

El Comit6 Parlamentario del Partido Revolucio-
nario Cubano (Aut6ntico), en este moment de ex-
traordinaria significaci6n, reclama de la Cimara,
votaci6n nominal.

Sr. President (Valdes Astolfi).-En el de la vo-
taci6n.

Los que estin conformes con la Moci6n del Sr.
Guerra, votarin que si, los que est6n inconformes
votarAn que no.

(El Oficial de Actas efectfia la votaci6n.)

Votaron en contra los Representantes sefiores: Agui
rrcchiu .'.. Caballero Brunet, Cantillo Porras, Cawi-
Has Lriupuy, Columnbi Quifiones, Chaviano PErez, Diaz
Balart Gutierrez, Diaz Cuevas, Diaz Robainas, Duefias
Robert, Fischer Lorenzo, Garcia Randulfe, Gonzalez
Lorenzo, Gias Decall, Le6n Ramirez, Le6n Rojas, Li--
ma Delgado, L6pez de Mendoza, L6pez Garrido, L6pez
MIntero, Mancebo Rodriguez, Marquet Dominguez,
Montalvo Saladrigas, Mora Morales, Morcate Cobas,
Ortega Ortega, Palomino Lecuona, Pardo Jiminez, Pu-
jol Le6n, Rodriguez de AragOn R., Rodriguez Diaz,
Rojas Bermaidez, Rubio Ba~r, SAnchez FernAndez, So-
ler Fernandez, SuArez Baster, Torre Ramirez, Torres
Sainchez, Urquiaga Padilla, ValdPs Astolfi, Varela Cer-
nadas, Varona Ferrer, Veloso Sala, Vidal M3ndez, Viejo-
JLorente, Pupo Sanchez y Godoy Loret de Mola.

Votaron a favor los Representantes sefiores: Ama-
dor Rodriguez, BWquer Diaz, Cruz PWrez, Guerra Ro-
mero, Hernandez PWrez, Jiminez Jordan, Rodriguez
Portuondo y Rodriguez SAnchez.

Sr. President (Vald6s Astolfi).-- Falta algin
Sr. Representante por votar?

(Silencio.)
Han votado 55 sefiores Representantes. No hay
quorum.
Se levanta la sesi6n.
(Eran las 4:00 a.m. del dia 27 de septiembre,
del afio en curso.)




University of Florida Home Page
© 2004 - 2010 University of Florida George A. Smathers Libraries.
All rights reserved.

Acceptable Use, Copyright, and Disclaimer Statement
Last updated October 10, 2010 - - mvs