Group Title: Diario de sesiones del Congreso de la Republica de Cuba
Title: Diario de sesiones del Congreso de la Républica de Cuba
ALL VOLUMES CITATION PAGE IMAGE ZOOMABLE
Full Citation
STANDARD VIEW MARC VIEW
Permanent Link: http://ufdc.ufl.edu/UF00015180/01447
 Material Information
Title: Diario de sesiones del Congreso de la Républica de Cuba
Physical Description: v. : ; 31 cm.
Language: Spanish
Creator: Cuba -- Congreso. -- Cámara de Representantes
Publisher: s.n.
Place of Publication: Habana
Manufacturer: Imprenta de Rambla y Bouza
Publication Date: 1902-
 Subjects
Subject: Politics and government -- Periodicals -- Cuba   ( lcsh )
Genre: federal government publication   ( marcgt )
 Notes
Dates or Sequential Designation: 1. legislatura, v. 1, núm. 1 (oct. 1 de 1902)-
General Note: Title from caption.
 Record Information
Bibliographic ID: UF00015180
Volume ID: VID01447
Source Institution: University of Florida
Holding Location: University of Florida
Rights Management: All rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier: aleph - 001845781
oclc - 28760011
notis - AJS0072
lccn - sn 93026707

Full Text


REPUBLICAN DE CU:BA


IURIO


DE
DE LA


SESIO


CAMERA


DE REPRESENTANTES


DECIMO


CUARTO


PERIOD


CONGRESSIONAL


CUARTA LEGISLATURE


VOL. LIX LA HABANA Noviembre de 1932 I UM 2


Sesi6n extraordinaria


de 21 de Noviembre de 1932.


Presidentes: Sres. Rafael Guis Inclain y Manuel Villaldn y Verdaguer
Secretaries. Sres. Jos6 R. Cruells Reyes y Manuel Castellanos Mena
SUMARIO
A las 6 p. m. comienza la sesi6n. Dada lecture a la convocatoria, el senior Tome propone que la Cai
mara se declare en sesi6n permanent, y se concede un receso. Asi se acuerda. Se suspsndee
la sesi6n a las 6 y 15 p. m. y se reanuda a las 8 p. m. Usa de la palabra el senior Reclo, en re'a-
ci6n con la catistrofe que produjo la destrucci6n de Santa Cruz del Sur. Se acuerda enviar.
mensajes de condolencia a los familiares del Representante senior Antonio Martinez Birzaga, muer-.
to en dicha ca'^strofe, asi como a los Gobernadores de Camagiiey y las Villas, para que testime-
nmen a los pueblos afectados, el pesar de la CAmara.-Tambi6n se acuerda enviar mensajes de con-
dol ncia a los Representantes sefiores Anselmo Alliegro y Victor de Armas, por fallecimiento de fa-
miliares suyos, respectlvos. -- Con suspension de preceptos regiamentarjos, es discutida y aproba-
da, con algunas eihmiendas, una proposici6n de ley del senior Castellanos, derogando el 'impue.'o
a los radios y sustituy6ndolo por otro de un peso, destinado a socorrer a los damnificados del ilti-
mo cicl6n. Con suspension de preceptos rz~glamentarios, es discutido un proyecto de ley del S'e-
nado, sobre reconstrucci6n de Santa Cruz del Sur. El Sr. Castellanos combat la totalidad. --
En favor, usan de la palabra los s-iiores Tom6 y Recio. Es aprobada la totalidad. Como pro-
yecto de ley apart, es aprobada una enmienda adicional, concediendo un cr6dito de cien mil pesos
para socorrer a los damnificados por el recients cicl6n que azot6 a las provincias de Camagi y y
las Villas. Se aprueba el articulado y la disposici6n transitoria del proyecto de ley con el voto en
contra del senior Castellanos. Termina la sesi6n a las 11 y 15 p. m.


SR. PRESIDEhNTE (GUAs INCLN): Se abre la sesi6n.
(Eran las 5 y 50 p. m.)
Se va a dar lectura a la convocatoria.
(El official de actas lee):
CONVOCATORIA
De cOnformidad con el articulo 57 del Reglamento
de este Cuerpo Colegislador, y atendiendo a la soli.i-


tud de la representaci6n camagiieyana y la situaci6n
angustiosa de aquella asolada provincia, convoeo a la
C'mara de Representantes, a sesi6n extraordinaria
para el pr6ximo lunes veintiuno de Noviembre de mil
novecientos treinta y dos, a las cinco p. m., a fin de
tratar exclusivamente y en forma especial, de la adop-
ci6n de medidas para remediar dili.h nalll ivoe pro-
blema. : ;.


ES







2 DIARIO DE SC.IONES DE LA CAjMARA DE REPRESEN'ANT'ES


Habana, a dieciocho de N,:viencrre de 1932.
Rafael Guds Incldn,
President.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Se va a dar lectu-
ra al acta de la sesi6n ordinaria del dia 3 de Octubre.
(El official de acts la lee).
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Se pone a discu-
si6n.
(Silencio).
A votaci6n.
Aprobada.
Sa. ToME (MANUEL) : Sefior Presidente y s.ilore.
Representantes: Para suplicar, por conduct de la
Presidencia, que se declare un receso y se constituya
la C~mara en sesi6n permanent, hasta tanto el Se-
nado termine de aprobar la ley, que habrA de aprobar
tambi6n la Camara, con referencia a los problems de
carActer legal respect a los desastres causados por
el filtimo cicl6n en la provincia de Camagiiey.
SR. PRESIDENT (GUA.S INCLAN): La proposici6n
del senior Tom6 consiste en declarar la sesi6h perma-
nente al solo objeto de su convocatoria,. y declarar un
recesro en espera de los proyeetos de ley que por el
Senado en estos momntos se sttWn considerar.do,
SR. MENDOZA (NESTOR) : Por cuinto tiempo?
Sn. ToMi (MANUEL): Una hora.
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : La convocatoria trata
de confeccionar una legislaci6n en auxilio a las victi-
mas de Camagiiey, y, desde luego, para determinar la
siLu;taci'. legal que por consecuencia de esa catistrofe
se ha producido. Como la convocatoria tiene dos par-
tes, pudieramos decir, una de ella, recaudar fondos
para las victims y sin haber tenido un acuerdo con
niii.in'," .,- los compafieros, he redactado una proposi-
ci6n de ley que creo cae dentro de la convocatoria, ya
que el senior Tome pedia la suspension temporal
de la sesi6n con el prop6sito de esperar las eyes que
el S,.el .st l1 s int i--i di). Y esta ley no se refiere a esa
Sleisa.-la.-i., sino a buscait fnil.ls con que auxiliar a
la vitii s de I a']i,:-;y. Por ello yo le pediria a!
senior Tom6 que, si lo ,i ,iia .- on.i\ nint.? c _,nnip1i"111
la convocatoria, pudiera ti ii.nr, la Pres leiincia la lec-
tura de la ],i pr'.i.'i., l d: lry presentada por iii. des-
puBs que s- orl. nie la -I:tiira de los demis documen-
tos que est imtn convenient la Mesa.
SR. TOMf (MANUEL) : M~e ';;tisfa.*e ',ran. li.iient','
senior Presidente ysefiores RE-pr,-.,ntant's, aunque no
]a conozco, la iniciativa que haya podido tener el se-
fior Castellanos; pero yo lee ,li in un ruego al senior
Castellanos, a fin, desde luego, de no desentonar el
engranaje de los distintos recursos de character edon6-
mico que trae la ley del Senado, en la seguridad de
que cuando iniciemos las laborers de la Cimara ser6
el primero en prestarle toda mi cooperaci6n a esa ini-
ciativa.
SR. CASTELLANOS (AMANUEL) : No voy mins que a re-
elamar como un principio de derecho, aquello de que
primeroo en lugar, primero en derecho". Estando
preseintada esta proposici6n por mi, antes de la le-
gislaci6n del Senado, que se discuta primero la presen-
tada por mi, y en su oportunidad la que dice el so-


fior To)m'. qilu: se eneuentra. discutieindo ahora el Sena-
do. Porque de lo contrario, la prActica parlamentaria
me hace, presentir que se discutira primero ]a legisla-
cr6n ir;.c.ilc -tr del Senado, y ldspiins ira faltando el
qgdrum, quedando mi iniciativa en el campo de las
!.siiili1.1..:-, ut6picas. Estoy de acuerdo con el se-
flor TomB, pero siempre que sea tratada preferente-
mente la ley presentada por mi.
SR. TOM II.1\ANUEL) : En ese sentido, acepto lo
que la mayoria disponga.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN) : Entonces se apla-
za el acuerdo que en definitive recaera hasta que la
CAmara haya considerado ,la proposici6n del senior
Castellanos, que la CAmara estima tiene prioridad,
no habiendo inconvenient en que se discuta primero.

; E',i F ie acuerdo, la .CAmara, en lo propuesto por
el senior. TomB, esto es, en declarar permanent la se-
si6n, al solo objeto de la convocatoria y ecesar por
espacio de una hora?
SR. MENDOZA (NESTOR) : Yo suplicaria al senior Tom6
que modificara su proposici6n en el sentido de que
continuemos a las nueve de ]a noche, pues en una hora
no tenemos tiempo para salir de aqui a ningfin lugar,
ni para bafiarse y comer, y sobre todo cuando es posi-
ble que el Senado no termine la sesi6n hasta las nueve
de la noche o mAs tarde.
SR. ToiM (MANUEL) : NO ten'go inconvenient en
aceptar la sugerencia del senior Mendoza, pero limi-
tando el receso hasta las ocho de la noche; pues creo
que en dos horas tendrA tiempo el compafiero, para
bafiarse y alimentarse.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLIN): EstA de acuerdo,
la CAmara, en recesar hasta las ocho de la noche?
Los sefiores Representantes que est6n conformes se
servirAn levantar la mano.
(La mayoria de los seiores Representantes asi lo
hace).
SAprobado.
Se levanta la sesi6n.
(Eran las 6 y 10 p. m.)

SR. PRESIDENT (GuAS INCLAN): Se reanuda la
session.
(Eran las 8 y 5 p. m.)
Se va a dar lecture a la convocatoria.
(El official de actas la lee nuevamente).
SR. RECIO, (ENRIQUE): Pido la palabra.
Sn. PRESIDENT (GU S INCLAN) : Tiene laIpalabra
el senior Recio.
St. RECIO (ENRIQUE): Sefior Presidente y sefiores
Representantes: En estos moments hablAbamos el
senior Tome, distinguido Representante camagiieyano y
leader de ]a mayoria, en estos instantes, por ausen-
cia temporal de nuestro querido leader propietario el
Sr. Urquiaga, y yo. Yo insistia con el Sr. Tome, quien
a su vez insistia cerca de mi, porque dejara caer algu-
has palabras\ en este hemiciclo, al dar cdmienzo la se-
si6n, en relaci6n con la horrible catastrofe ocurrida en







DIARIo DE sEsI~oNES DE L~A C(AMARA DE REPiP1ZlifRNT~'\'ANiT1W


Santa Cruz del Sur, y muy particularmente por Ia
dolorosa desaparici6n, en medio de aquella hecatombe,
de un miembro preAtigioso y muy querido de esta
Camara: Antonio Martinez Barzaga.
Embargo por la emoei6n, como un verdadero
doliente, hablo esta tarde. Nos abruma a todos esa
tremenda gran desgracia, que ha abatido a todo el pue-
blo cubano, por el nfimero de vietimas sacrificadas al
castigo impio de las furias del huracan. Siempre hu-
be un lugar preferente en nuestro sentimiento, y debe
quedar un lugar preferente en nuestra memorial, para
recorder una d& ellas, muy particularmente, por
ser un amigo, fraternal amigo del que habla, y por ser
un cQmpanero muy querido de esta CAmara.
Antonio Martinez Birzaga, era todo para .Santa
Cruz del Sur y Santa Cruz del Sur era todo para 6l.
Era uno de esos fan6ticos regionalistas, que aman m6s
la patria, porque adoran, con excesiva pasi6u, el rin-
c6n donde' nacieron y, vivieron. Muchas veces, sin
que esto fuera un sacrilegio, ni una hip6rbolM irreve-
rente, comparaba a Martinez BArzaga, a quien to-
dos conociamos por "Pajusa", con el Marquis de
Santa Lucia. El Marqu6s de Santa Lucia, per su
propia inclinaci6n, por su propio amor, por su intima
devoei6n, no era mas que camagileyano, ly era tan
grande, tan inmensa su figure, tan esclarecido su nom-
bre, que siempre fu6 y se le consider come una de
las mis grades cumbres de la patria!
Este regionalismo ferviente del Marqus de Santa
Lucia no lo hizo desmerecer jams ante el concept
pfblico, ni empequefieci6 su enorme personalidad en
la naci6ni cubana. Y "Pajusa", permitaseme que lo
lame asi, en mas modest esfera, era tambi6n un
apasionado regionalista, un santacrucefio, que concen-
traba toda actividad y today su ilusi6n en aquel hoy
desoladQ rinc6n. El engrandecimiento de aquella
region, la dicha, la prosperidad de aquella region, era
su suefio dorado; asi se sentia 61 mis cubano; asi ser-
via 61 a la Patria. Siendo, con todo esto, una gran fi-
gura camaglieyana, dentro de su propia sencillez. Por
su reetitud, por su lealtad a toda casa, lleg6 a tener
gran' sigificaci6n political y fu6 conocido y-.estimado
en toda la Repiblica.
Fu6 un excelente caballero y un hombre honrado.
Vosotros, queridos compafieros, lo visteis hace breves
meses, venir a esta CAmara acompafiado de un grupo
de amigos, para sustituir a otro querido compaiero
desaparecido. Yo fui en esa ocasi6n uno de sus intro-
ductores. Muchos que no conociarn a Martinez BAr-
zaga, suponian que era una de estas figures transito-
rias, que no significant nada en la vida political; y ese
hombre habia intervenido. toda su vida, con gran in-
tensidad en la political cubana, siendo factor decisive.
Siempre milit6 en el Partido Liberal, y a e6 prest6
todo su concurso, todos sus esfuerzos, todos sus anhe-
les. Para los que lo conociamos y conociamos profun-
damente a Santa Cruz del Sur y a sus vecinos, nos
parecia que Santa Cruz no podia existir sin "Paiusa",
sin Martinez Birzaga; o mejor afn, Martinez BArza-
ga no podia existir sin Santa Cruz del Sur. Acaso por
eso no pudo o no quiso sobrevivir a, la destrucci6n de
su amado pueblo. Desaparecieron Santa Cruz y "Pa-
jusa". Tened la seguridad, ilustres compaieros, que
Martinez Barzaga pudo salvarse, pues 61 era un -hombre
todavia joven, con muchos elements a su disposiei6n,
buen nadador, eon ingenio y serenidad suficientes.


Sus amigos trataron de ayudarlo, de salvario. El se
dedie6 a salvar o a pretehder.salvar a los demrs. Sin-
ti6 exclusivamente sobre 61. today la responsabilida.d y
el deber de salvar aquel pueblo. El quiso enfrentarse
con el furioso meteoro. Martinez Barzaga fu6 iur
martir, un verdadero martir, en esa sin igual desgra-
cia de Santa Cruz del Sur. Muri6, luchando por sal-
var mujeres y nifios infelices. Fu6 un mArtir. Ma.
ehos testigos, supervivientes, asi lo deponen; Marti-
nez Barzaga ha caido come un buen hombre, como un
buen cubano, como un hombre de un coraz6n muy
grande y nosotros hemos querido esta tarde dejar oir
la voz de uno de sus amigos, de uno de sus compa-
neros casi un hermano, lamentar ese terrible d,'-atre
que ha hecho desapareeer a un pueblo patriot, labo.,
rioso, honlrado y progresista y disponernos todos a
correr a su auxilio. A la vez dedicar un recuerdo
piadoso a esos miles de victims, de series muy queri-
dos para nosotros; y entire ellos a la memorial sagrada
de Martinez Barzaga.
El puesto que abandon en esta CAmara Martinez
Birzaga, sera ocupado en breve por otro hombre muy
sencillo, por un camagiieyano que sabra honrarlo, co-
mo ha honrado toda posici6n que en su intense vida
political ha ocupado.
El recuerdo de Martinez Barzaga sera imperece-
dero especialmente. en la mente de los camagiieya-.
nos y vivira eternamente en el amor y en la devoci6n
de los santacrucefios.
Esta tarde, en que nos reunimos para aprobar la le-
gislaei6n mas convenient a remediar en parte el
enorme mal producido por el meteoro que azot6 nues-
tra Repfiblica en este mes, reunidos aqui a impuil.oi :
de un sentimiento piadoso, en eumplimiento de un do-
ber, no s61o recordaremos el nombre de Martinez Bar-
zaga, sino tambi4n los de esa cantidad enorme de vi-
das preciosas que se han perdido, arrebatandolas al
servicio y engrandecimiento de la Patria. Eso es
Irreparable, sefiores Representantes; pero nosotros
tenemos necesidad de remediar esos grades dafios; y
es por eso que se reunen los sefiores Representantes
de la Naci6n, para acudir en auxilio de aquella re-
gi6n que ha sido desolada. No podemos mantenernos"
indiferentes ante el cuadro de tristeza y de ..'Ie.sola.:i;u
que hemos contemplado en todos estos dias; no pode-
mos mantenernos indiferentes ante el cuadro de dolor
y de luto que hemos presenciado. Hemos presenciado,
si, como la piedad ha movido a todo el pais,cubano,
que ha acudido con presteza y con generosidad a ait-
xiliar y a remediar tantas necesidades y tantos ma-
les. Todas las classes sociales, nativos y extranjeros,
ricos y pobres, hombres y mujeres, Gobierno y pren-
sa, todo el pais se ha puesto en movimiento caritativo
y amoroso, sacudido por honda y generosa emoci6n.
iBendito pais 6ste que acude a ia llamada del do'loi
y del sentimidnto y en solidaridad sublime trata de
remediar el dolor! iCaridad, hermanos y comparieros,
caridad!
(Aplausos).
SR. PRESIDENTE (Guls INCLAN) :Se va a dsr lectu-.
ra a la proposici6n, suserita por el senior Castellanos
y otros.
Sn. ToMi (MANUEL) : Pido la palabra. '


DIARIO DE SESSIONS DE LA CAMERA DE REPRESENTIANTES


Q







-D1R.\I'' DE 1,E-I(NES DE L A'CAMARA. DE REPRESENYPANTE'S


S.n. P';ESIDENTE (GuAS INOLIN) : La tiene S. S.
.'n. TOMb (M' ANIEL) : Sefior i'v -. '-.- it ,u y .-,ilii'
R.',ir.-. .ntantes; despu6s de las palabras elocuentes,
erni'.. '-i'as al fin, que acaba de pronunciar el' se-ior
1;. '.. ..., me atreveria a proponer a la Camnara qup
o6 i..r ;,i, unl ir.-r.- i .1- ondolencia a la soilor viuda
c I;is .dlel s.*fid.i eihrlzlin- B.li1-'n a; r ,ii'. pues, que:
,.l.,., uos pon-amos de pie on sefial de duelo.
si:. PRESIDENTE ( dUIS INCLAN) : 6Esth de acuerdo
la ('.in:ra con la proposici6n que acaba de formula
cl :.-.iir Tome, de que se dirija un nicln.sa.i. de condo-
lencia a la viuda e iiijus diel Sr. Martinez Barzaga,
adi,.i,,rnl,.l.:lo en el sentido de cursar otros mensajes
d, iual indole a los sefiores Alliegro y seficr Victor
de Armas, que han perdido familiares '
Los sefiores RPpr.-sentautes que esti .de aeuerdo
e seri\irani ponerse de pie.
(Todos los seiores Representantes asi lo -hacen).
Aprobado.
SEf K'.DRIGIIEZ RAMiREZ (JUAN): Un grupo de di-s
ti.Lriii'.1 comlllp erin. quiere proponer a la Cdmara,
por conduct mio y que de esto quede cgnstancia en el
acta y en el DIARIO DElSESIONES, el que se envie un men-
saje de condolencia, por las desgracias extraordinarias
que han azotado a las regions de (Cu.n'.-ii, ,Sant
Clara. y Ori'nt.e, hacienda constar nuestro dolor a los
Gobernadores de cada una de esas Provincias para
que a su vez lo hagan llegar a los Alcaldes.de aque-
loes pueblos hermanos.


tas por la falta de pago, y lo que es mis grave ra-
yano en abuse es sefialar 1 i.-ii- de arrest de pri-
vaci6n de libertad a aquellos propietarios que resulta-
ron insolventes.
Toda media fiscal que en la realidad de la pric-
tica 's compruebe que result iii:1IIII-. .I. injusta y
i Ip.-ih..L por el pueblo; debe ser derogada por los'le-
gisladores que no son mAs que los representatives do
ese pueblo soberano.
Pero asi como se han negado 1.,i p:'-pii..l;n i, i de esos
aparatos a satisfacer el exagerado. ;njlpii.sin al Es-
tado, adoptando una actuaci6n uniform de protest
tdcita y silenciosa, asi tambi6n si el Congreso en un
acto de justicia acordara dejar sin efe.to las medidas
fiscales que establecen ese impuesto contra los apa-
ratos receptors de radio, y al mismo tiempo fijara
ana pequefia cuota de in',,lril.cii'n a cada duefio de
'os mismos para auxiliar a las victims de la horren'-
da catf8Atrofe ide la provincial de Camagiiey, con la
misma uniformidad con que se han negadt a abonar
c1 impuesto abusive, vendiian todos ellos, sin oculta-
iJ6n alguna, espontineamente, bac riti do h.nor y -;iOl
de la proverbial -gnr.::.idad e hidalgulla del pueblo
cubano a contribuir con su 6bolo para aliviar a las
victims desgraciadas.
(on la media que se pretend se resolverian dos
' ..1!.--:i.- igualmente atendibles por el Congreso: el
primero la derogaci6n de un impuesto exagerado, y
el segundo la captaci6n rdpida de fendos muy res-
petables per su cuantia para las victims de la ca-
,-i. r .. f-,,.


.. ..S. PRESIDENTE u ir- INCTIN): i Esta de acuerdo POR TANTO: A la ,n-,sidraci6u de la Camara
a (.'.11a na .! I somete ]a siguiente


(.S' ia s afirmativas).
Aprobado.
,Se va a dar le.-,tura a la ppropinici.n de ley.
(El' official de actas tee):
Son actualmente los aparatos de radio la finica dis-
iLrac:i.nr de las families pertenecientes a la elase n e-
dia 1,* nri'-4tra. sociedad; de: 1- *,',- tlien..n que ,wi-nltrii
can dimn.Lid y decoro su pobreza; esa miseria de
"cuello, de levita, de medias de seda", que es a veces
m~s dolorosa y mis amarga que la de."blusa y de
gorra" de los indigentes.
Lf,, rati,.'s a la par .ju>.- sIrv,-i d d i .tralce nii por
sus audiciones musicales intercaladas en las: propa-
gandas de comercio, tambi6n en ocasipnes, resultan
edu.ativ.ll, ya que por ese medio se trasmiten confe-
rencias cientificas, sociales, econ6micas y political..
El iimpusto que pesa sobre los aparatos de radio,
result exagerado y abusive; en la realidad es de im-
po,il'le cumplimiento en estos instantes de grave cri-
sis (:...n6mica. Para probar este aserto, basta saber
que h.,l11 un nfimero muy reducido de personas prnpi'e-
tarias de all;miatil han hecho las declaraciones ce-
rri'spiindiintes en la Hacienda para el pago del im-
puesto establecido, a pesar de que ya venci6 el t6rmi-
-no legal para el pago de dieho impuesto.
Se ha 11egado en <-a pertse-euoi6n contra el iprope-
tario de un radio a estanleoer penasde ecrecidas mul-


PROPosiOI6N DE LEY

AITICULO I.-Se deroga la Ley de 29 de Julio
de 1932 publicada en la Gaceta Oficial de primero
de Agosto del mismo anio, qihe establece impuestos
sobre las estaciones receptoras radiotelef6nicas, forr-
ma de hacerlo efectivo y penalidades para los que
estorbaren o impidieren la investigaci6ri o fisealiza-
ci6n de ese impuesto; y cuanta, leyes y ili.i"ii'n-':.~h
anteriores establezcan i!i'>stI sobre diehos apara'
Los de radiotelefonia.
ARTICULO II.-Se archivaran todos los expe-
dientes iniciados para la ejecuci6n de dicha ley y se
sobreseerin todas las causes formadas por infracei6n
de los preceptos contenidos en la misma, disponi6n-
dose la inmediata libertad de los que cumplieren pena
de arrest por virtud de dicha ley de 29 de Julio de
1932; devolviendose los aparatos in'-.-Lau1Ido o motive
de expediente a las personas en cuyo poder so ocu-
paron.
ARTICULO III.-Se fija como contribution hu-
manitaria por una sola vez, sin mis sanci6n que la
moral que result del incumipliliento de un deber
piadoso, la de un peso plata eubana a todo poseedor
de un aparato receptor radio telef6nico, cuya cae-
tidad deberA entregar en la Zona Fiscal correspon-
diente a su ddmicilio 'runiianti el comprobante de pa-
go que oc:rra-pinda, antes del dia 15 del mes de Di-
ciembre pri'nxlium y se dlestinara a socorrer a las victi-
mas de Camagiiey.


4 .







DIARIO DE SESIONES AE LA C4MARA DE REPRESENTtANTES 5


.\ARTI I.'UTLO. IV.-Veneido dicho plazo: se harA nn
censQ :de los po-r'duli.,rs de aparatos receptores radio-
telef6nicos que no hubieren contribuido a la humani-
taria solicited que por esta Ley se hace y se publi-
chrA en los peri6dicos de mayor circulaci6n para cono-
cimiento general del pueblo de Cuba.
ARTICULO V.-Esta Ley comenzarA a regir des-
de su publicaei6n en la Gaceta Oficial de la Repiu-
blica.
-Sal6n de Sesion'es-de la CAmara de Representantes,
a los veintifin dias del mes de Noviembre de mil no-
vecientos treinta y dos.
(F.) Manuel Castellanos. Salvador Garcia a-
mos. Antonio Bosch. Silvestre Anglada.--Ei-
lio San Pedro.
SR. PRESIDENT, ('GUis INCLAN) : Se pone a discu-
si6n la totalidad.
Tierne la palabra en pro, el senior Castellanos.
SR. 'CASTELLANOS (MANUEL): Sefior President y
sefiores Representantes: Una de las leyes de impuesto
mas odiosas, entire las dictadas por el Congreso cu-
bano, ha sido el impuesto establecido a los propietarios
de aparatos de radio. En la prictica ha sido tan ge-
neral la oposici6n a ese impuesto, que, segfin han po-
dido ver las Zon'as Fiscales correspondientes, de .se-
senta mil aparatos .de radio calculados en el territorio
donde el impuesto debe cobrarse, solamente han pa.
gado unos mil y tantos aparatos. Los demAs tenedo-
res de los aparatos han establecido una resistencia
pasiVa, protestando de esa manera contra el impuesto
gobre el radio. FIrente a esta oposici6n y a esta reali-
dad, el Congreso .de Cuba, compuesto de Representan-
tes del pueblo cubano, que debe ser ed nuestra
opinion soberano en este problema, -- debe rectificar
el impuesto establecido sobre los aparatos de radio
que constituyen la iniea distracci6n de la clase me-
.dia de nuestra sociedad, toda vez que por la situa-
ci6n econ6mica' present no es possible que vayan a
teatros, a 6peras, comedies, dramas, etc., y se ve
que la distracci6n general del pueblo es ese aparato
iu.r alterna las propaganda comerciales con otras
; d,- i.-,teter cientifico, y a veces, dentro de esas au-
..i,.i,:,n-- cientificas y esa propaganda commercial las
hay que ilustran grandemente al pueblo cubano.

Por todas estas razones, haci6ndome eco del sentir
popular, considerando que el Estado Cubano, a pesar
de la numerosa plaga deinspectores dedicados a ese
filn' no puede recaudar lo bastante para que el im-
puesto result lo practice que se pens6, he tenido la
iniciativa de considerar oportuno en estos moments
la que present, para library al pueblo cubano de ese
gravamen que result oneroso y odioso. En mi pro.
i 1*. ',;in de ley suprimo el impuesto sobre el radio a
,los tenedores, y al mismo tiempo se establece un' pre-
cepto por el cual todo tenedor de radio debe pagar
un peso plata, (que es la moneda circulante en la ac-
tualidad, desde que no tenemos la americana); y con
ese peso plata, que todo el mundo satisfarA con gusto,
porque se dedica a una obra piadosa, el pueblo podira
demostrar su gentileza y su hidalguia proverbial.
Corisecuente con ese principio, he prejentado la pro-
posici6n de ley. 'No quiero que la Camara pueda en-
torpecer la buena. march de la sesi6n de esta noehe;
no quiero que mi proposici6n de ley pueda venir a


resultar .cowrtraproduceute ven ins momenron a.lmnalea,
en que se trata de aliviar a las victims de una ca-
tistrofe sin nombre, que parece un castigo del cielo
por todas las cosas que ocurren entire nosotros. Quie-
ro pedirle a mis compafieros que aprueben esa ley, en
la eual van a tener de verdad los damnificados, inme-
diatamente, por la bondad del pueblo de Cuba,
por la generosidad de todos los cubanos, por lo me-
nos sesenta mil pesos plata, efectivos; porque estimo
que todo lo demfs no tendrA esa eficacia, y oportura-
mente habr6 de levantarme a dar mi opinion a este
respect, ya que todo lo demis que se haga resultari
infitil. Nosotros debenios de propender a lievar un
alivio prActico a las regions devastadas por el me-
teoro. En consecuencia, pido a la OCmara que proce-
da a aprobar la proposici6n de ley que tengo pre-
sentada.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLIN): Tiene la palabra
el senior Rodriguez Ramirez.

SR. RODRIGUEZ RAMiREZ (JUAN): Sefior'Presideo-
te y sefiores Representantes: La idea de finestro dis-
tinguido compafiero es plausible; y, naturalmente, se
gana todas nuestras simpatias. Pero yo difiero algo
en cuanto al procedimiento. Yo creo que la (C'nia.ra.
por unanimidad, votara ti.do pr','yetet,. de rly que ten-
ga por objeto socorrer y auxiliar efi aziieiite, a todos
los daminificados por el ciel6n y ras de mar, lo mis-
mo a los de Santa Cruz del Sur que a los de las demas
poblaciones afectadas por el meteoro; pero lo que yo
no creo qde d6 el resultado apetecido es el proyecto
de ley del senior Castellanos, si lo votamos conform
lo propone. Aparentemente estoy de acuerdo con 61,
pero difiero en la manera de llevar a cabo el si::..-'rr
a aquellas regions devastadas, porque 61 alega que
el impuesto a los radios no ha dado ir-.iu;a,'.l y a
rengl6n seguido establece el impuesto de un peso para
los damnificados, impuesto voluntario al radio. Ac-
tualmente, el impuesto es pequefio, pues hay algunos
que pagan tres pesos; y si no lo han querido pagar,
a' pesar de la forma eoercitiva y de las penalidades
que la ley establece, me parece .que un impuesto vo-
luntario de un peso n'o producira benefiecos a los dam-
nificados de Santa Cruz del Sur. Nuestro compafie-
ro el sefior Castellanos, consideraba que con sesenta
mil pesos seria bastante, y que esa cantidad se recau-
daria per el nuevo impuesto a los radios. Yo creo
que seria mejor votar un erAdito de sesenta mil pesos,
que se pagaran con preferencia y que se tomaran doi
todas las recaudaciones, por concept de los nuevoe
impuestos y de toda la recaudaci6n que tiene la Re-
pfiblica. Estoy de acuerdo con que sean sesenta ihil
pesos. La proposici6n del senior Castellanos tendria
6xito, si se votara en la forma que yo digo, porque
seria rApida y eficaz.
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : La ley mia pidiendo
que todo poseedor de radio pague un peso como con-
tribuci6n voluntaria por una sola vez, sin mAs san-
ci6n que el cumplimiento de un deber/ piadoso, tengo-
la seguridad que sera un 6xito, porque para el pueblo
de Cuba es mas fuerte un impuesto voluntario para
fines earitativos, que una ley obligatoria, con la pla-
ga de inspectors, mediante una actuaci6n en6rgica
y de amenazas de destrucei6n de los radios y de me-
ter en la Careel a los que no pagan; porque el pueblo
de Cuba tieie mas desarrollado el sentimiento de la
bondad, que el temor y el miedo. Una cosa no ex-






6 DIARIlO ]DE SEsIONEoS DE LA CAOIARA'DE [11-1 IM, -'E XT AN 1 TE


eluye la otra. Se puede aprobar la ley que le quit
un tribute oneroso al pueblo, y equipararse a la del
Senad,. de suerte que entonces tendrian los damnifi-
cados ciento diez mil pesos, o sean ,,:,'mta mil pI.si
mas de lo acordado por el Senado, que ha resultado el
parto de los montes; la ley del Senado es algo q'n
no se puede analizar inmediatamente, senior Rodri-
guez Ramirez. Esa ley del Senado, que el pueblo de
Cuba espera como algo que venga a satisfacer la an-
siedad general por la tremenda catbstrofe, resniilt
que le viene a dar cincuenta mil pesos a todos I., daii-
nificados, y se circunscribe a los damnificados de San-
ta Cruz del Sur, dividiendo a los cubanos en cibanos
de Santa Cruz del Sur, que son los que estin prote-
gidos y los que merecen protecci6n, y en cubanos .de
otros: lugares. Para los otros, los de otros pueblecitos
pequefios que tienen tambi6n Representantes aqui, y de
los cuales no se ocupa absolutamente la Ley, no hay
nada en la Ley del Senado. Es incomprensible como
una ley tan falta de organizaci6ri haya podido pasar
en el Senado. Sin embargo yo he visto como ha pasado
sin-debate ni defense y sin diseusi6n alguna; y asi
esta ley viene a defraudar las esperanzas del pueblo.
El Congress se va a reunir en sesi6n extraordinaria,
y la sesi6n extraordinaria se suspended, decade laego a
iniciativa plausible del Presidente de la Cimara,. que
enrionde qie todavia no se sabs a euanto ascienden
los perjuicios y los dafios, y cuinto implicarAin los
gastos para venir a restafiar las heridas sufridas por
todos esos desgraciados; y, no obstante el Senado y
la Cdmara se reunen, se vota una ley para recaudar
un porcentaje de cincuenta mil pesos, que no se le va
a quitar a nadie, sine que sencillamente se va a pedir
a todo aquel que tenga un aparato de radio, a todo
aquel que va a quitar ese aparato, porque no puede
pagar el arbitrio que le estAn arrancando por medio
de los inspectors, porque nadie paga, ni puede pa-
gar; y, sin embargo, se va a pedir que ese impuesto
gravoso y odioso, contra el cual el pueblo ha protes-
tado, se suprima; y, por el contrario, s-o le pide a ese
mismo pueblo, que con generosidad, con amplia ge-
nerosidad, contribuya asi a esa obra benefica; y .o
que tengo fM todavia en la bondad de este pueblo, 1e
digo al senior Rodriguez Ramirez que si esa ley se
aprueba, no ha'bri una sola familiar que no made un
peso plata a, la Zona Fiscal para contribuir al tribute
de hacer menos desgraciada la situaci6n de escs infe-
lices. Al omior Rodriguer noi debe importarle el pro-
blema politico, ni debe iiil!".tri.- I ii. recaude mas
dinero el Estado, cnando los aprietcu, cuando los me-
tan en la Odrcel porque esta ley es tan leonina que
siento no haber estado aqui la noche en que se discu-
ti6, para haberla combatido es tan leonina esta
Ley de los radios, que llega a la enormidad de impo-
nor arrests a las personas que teniendo que pagar
esa contribuci6n, no puedan pagarla. Es una Ley
de las mas impremeditadas que se han votado por el
Congress Cubano. Yo Considero, senior !Rodriguez
Ramirez, que esos cincuenta mil pesos no seran esca-
timados por los tenedores de radios. Y tenga la se-
guridad, el senior Rodriguez Ramirez, que esa Ley vie-
ne a subsanar los defects de que adolece la Ley que
nos ha enviado el .Senado.

Sn. RECIO (ENRIQUE) : Pido la palabra.
SE PRESIDENT (GuAS INCLIN) : Tiene la palabra
su sefioria.


SR. RECIO (EN'iuir.): Sefior Presidentc:, eiciores
R.- p. ,aiiLii.l: No he solicitado el uso ie la palabra
para oponerme a la proposicion de ley quo ha some-
tido a esta Camara .-! li.tigkiil, ciiipjilero que aca-
ba de il.-, uIso de la i.'.rl:r. M..s bien me dispon-
go a votar en favor de I.-l11. poIr lu' es un nuevo tribu-
I i, qC. podrd dar o no los resuitados que, supone su
.,iiir, pero que a mayor abundamiento puede venir a
i iusti=,.r los f n,11ds para-acudir a esas necesidades
qun 1..-,-ii1, iii- remedial. .

Pero si he escuchado,, en el hermoso di.,'-irs:, que
acaba de" pronunciar el s,-fior Castellanos, una afir-
iaci6n, refiri6ndose al proyecto de ley del Senado,
que consider oportuno y prudent haeer sobre ella
algunas aclaraciones, aunque realmente no este toda-
via sometido a debate ese proyecto de ley.

Dice el sefioi- Castellanos que ese proyecto de ley
ayuda, remedia exclusivamente las necesidades de una
sola jurisdicci6in, de una zona o de un pueblo: de
Santa Cruz del Sur, como si fueran cubanos de dis-
tinta categoria o de distinta clase. En estos momen-
tos, los vecinos de Santa Cruz del Sur son cabanos.
de distinta categoria, son cubanos de distinta clase.
No tienen techo, ni tienen siquiera suelo, aur.que mu-
chos de ellos tengan la propiedad de esos terrends
arrebatados al mar por su laboriosidad, por sus pro-
pios esfuerzos. Es un pueblo pequefio, de supervi-
vientes de una horrible tragedia, es la tercera parte
de una poblaci6n desaparecida que pesa sobre las otras
ciudades, y especialmente sobre la capital de la pro-
vincia camagiieyana; es un pueblo de supervivientes,
que ambula, sin rumbo ni esperanza, aturdido aui
y sin explicarse lo ocurrido, por otros lares; que tie-
ne sus afectos, sus recuerdos, los despojos de sus series
queridos, en aquella zona desolada y triste y sobre
aquellos pantanos, entire aquellos escombros; y esos
infelices quieren volver a su terrufio desierto hoy. El
pueblo cubano y el Estado cubano tienen que resti-
tuir a ese pueblo diezmado, hambriento y dolorido,
su legitimo suelo. No debemos dejar que continfien
siendo parias, ni que se conviertan en mendigos.
El proyecto .de ley del Senado, provee a la recons-
trueci6n de oSanta Cruz del Sur, en la forma que ha-
bremos de conocer; que era la mayor necesidad a re-
mediar, la de esos desamparados vecinos de Santa
Cruz del Sur,' que repito, no tienen techo ni suelo; y
hay que devolv6rse]os, Por cso, consider que es la
primera necesidad a que se debe acudir, utilizarido
los recursos espontdneos y generosos del pais cubano
y aportando tambi6n el concurso del Estado en la me-
dida que el Estado en este actual critic mioiei.il..,
pueda hacerlo. Hay que subvenir a otras necesida-
des, pero lo' prentorio, lo urgent, lo iii-iis,.i.a,-,
Jo mis piadoso, es devolver a Santa Cruz del Sur a
aquellas I'.inli Ese proyecto de ley estudia la for-
ma, en que puede hacerse. Vamos todos,- dentro de
breves mementos, seguramente, a estudiar y conside-
rar el referido proyecto de ley; mas ese concept, mi
querido y dilecto amigo, senior Castellanos, de que no
es una clase distinta a las demas, y que no debe ser
privilegiada; estimo que no precede. En estos iistan-i
tes, ese infortunado grupo de cubanos, pr'..-aii.-niI
porque estd en la situaci6n de los menesterosos mis
indigentes, deben recibir el primero, el mas esponithneo
y eficaz auxilio de nuestras Camaras, gozar ese triste
privilegio, para calmar sus dolores. Por eso yo rue-








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMfARA DE REPRF.SENT'ANTES 7


go a mi querido amigo el .i. Castellanos, que con-
sidere a ese pequefio pueblo supervivientetde Santa
Cruz del Sur, como algo sagrado, ungido por el dolor
y el lute; y que nos ayude en la legislaci6n preferente
que nos proponemos estudiar esta tarde. No quiero
recorder que aquel hist6rico pueblo, que aquel he-
roico pueblo di6 phginas que pueden Ilenar nuestra
historic; tampoco quiero recorder lo que significa es,'
pueblo levantado con el trabajo constant, por mas
de cien afios; debido al esfuerzo de sus propios bijo0s,
sin el .-;iir.!i' exterior del Estadd. El pueblo de San-
ta Cruz del Sur, era un pueblo de pescadores que fu
levantindose per la necesidad misma de los qle vivian
a orillas del mnar. Era yo, todavia nifio, y no tenia
aquel pueblo nada mas que una calle, muy larga, fren-
te a la propia orilla del mar, en la que se levantaba
Suia sola hilera de casas, pr6ximamente a cuatro metros
de las olas; y el trabajo de los vecinos de Santa Cruz
del Sur, fu6 quitindole o robindole terreno al mar y
dindole importancia a la ciudad, hasta Ilegar a ser
un pueblo gran exportador de maderas, ceras y mie-
les, en comencio, especialmente, con Alemania. Aque-
!los barcos que venian a comerciar con los products
'del suelo cubano, traian en lastre serrin, tierras, pie-
dras, arenas, etc., que daban a los vecinos de Santa
Cruz del Sur, y 6stos, con aquellos produitos, ,iban
rellenando las marismas en que estaban envueltos
Asi, de esta manera, fueron construyendo. tres, cua-
tro, cinco, seis largas calls paralelas a la primera
hilera de aquellas easas que se hallaban a orillas del
mar; y luego otras, cuatro, cinco, seis, etc., calls pe-
quefias que cortaban perpendicularmente al pueblo
de Santa Cruz del Sur. Aquel pueblo levantado en
un banco de arena, no tenia salida de ninguna espe-
cie; y entonces ellos mismos, los vecinos, hicieron una
buena calzada para poder avanzar hacia el interior.
Contaban, por anto, con una sola retirada. Despues,
hace como echo afnos, el ferrocarril llev6 por sobre
aquellas marismas sus paralelas; y para que 6stas
pudjeran alli extenderse tuvieron que ser montadas
en pilotaje y mas tarde el estrecho terrapl6n necesa-
rio para el descanso de los railes. Esta era (tra reti-
rada que tenian los hijos de Santa Cruz del Sur; pero
solamente para usarla en carros de ferroearril. Toda
esta labor enorme fue, de moment, destruida per la
crueldad de las olas y del aquil6n. Todos los morado-
res de ese pueblo ban perdido todo su esfuerzo y les
han arrebatado sus afectos mas sagrados. Queda un
pueblo menesteroso, al que tenemos que ayudar, al
que tenemos, lo mas pronto possible, que construirle
sus casas y darle trabajo. Con ese proyecto lo que se
trata es de construir prontamente el pueblo de San-
ta Cruz del Sur. Ese proyecto esta dedicado, exclh-
sivamente a salvar la situaci6n perentoria de Santa
Cruz del Sur; a proporcionar -a los supervivientes la
manera de que luchen y de que vivan; a devolverle
su estado civil. Se reconstruirdn el Registro de la
Propiedad, y el Registro Civil. Hay que darle vida
legal a ese pueblo y darle tambien vida material. A
eso propende ese proyeeto de ley, que va a conocer en
la noche de hoy la Camara de Representantes.

Creo haber aclarado y justificado por que esa legis-
lici6n se refiere s6lo, exclusivamente, a .Santa 'Cruz
del Sur. Esta aclaraci6n', sobre la cual me he exten-
dido much, abusando de la paciencia del senior Cas-
tellanos y de todos los demas distinguidos compafieros
de la CAmara, la he hecho con el objeto de que disipe,


si es possible, el efecto que pudieran producer las elo-
cuentes palabras del senior Castellanos, al sefialar a
los vecinos de Santa Cruz del Sur, come una claso
privilegiada en Cuba.

SR. PRESTDENTE (GuAS INCLAN) : Tiene la palabra
el senior Castellanos.
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : Las palabras n'o tie-
nen mas interpretaci6n que la que se les quiere dar;
asi, per eso, esta tarde, he visto que se hacia una divi-
si6n entire los cubanos, en esta ley; en camagiieyanos
sin ninguln derecho, aunque hayan side damnificados,
sin ningin derecho aunque hayan perdido el tech ylo
hayan perdido todo, y cubanos de Santa Cruz del S:ar
a los cuales se les atiende con esta ley. No he querido
decir que los vecinos de Santa Cruz del Sur no ten-
gani derecho como los que mrs, sino que he reclamado
los derechos de los otros damnificados, de los que han
sido olvidados en esta ley, de los que tienen tanto de-
reeho como esos otros a ser protegidos y amparados
por el Estado Cubano y por el Congreso de Cuba. La
ley no es justa,,la ley es parcial; la ley es reducida a
un nicleo solamente: a Santa Cruz del Sur: y esta
tarde, yo'me propongo obtener la sanci6n de mis com-
pafieros para que esta ley no se reduzca s6lo a los ve-
cinos de Santa Cruz del Sur. Por eso tengo sobre la
mesa una enmienda que seguramente habrA de apro-
bar tambien mi distinguido compafiero el Sr. Recio,
comprendiendo a los otros damnifiados de Camagiiey
y de otras provincias; porque no son de otra categoria
ni tienen menos derecho que los otros. La iey debe
comprender a todos los que hayan sufrido por la fil-
tima situaci6n creada en Cuba.
Contestando ya a la alusi6n que me hiciera 'el dis-
tinguido compafiero senior Recio, yo le pediria al se-
tior Presidente de ]a CAmara que pusiera a votaci6n
]a ley presentada por mi, que no tiende mAs que a
buscar una contribuci6n piadosa para el fin indicado
y con la cual es possible encontrar el dinero con bas-
tante rapidez, confiando en la generosidad del pueblo
cubanio.
SR. PRESIDENT (GUAS INCL1N) : Agotados los tur-
nos reglamentarios, se pone a votaci6n la totalidad do
la proposici6n de ley deT senior Castellanos.
Los que est6n conformes con ella, se serviran poner-
se de pie, efectivamente de pie.
(La mayoria de los seaores Representantes se pone
de pie).
Aprobada.
Se va a dar lectura al articulo primero.
(El official de actas lo lee).
SR. PRESIDENT (GuAS INCLAN): Se pone a discu-
si6n.
(Silencio).
A votaci6n.
Los que esten de acuerdo se serviran levantar la
mane.
(La mayoria de los seiores Representantes asi lo
hace).
Aprobado.







DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPIHEsENTANTES


Se va a dar lectura al articulo segundo.
(El it'',:al de actas lo lee).
SR. PRESIDENTE ( GUAS TNli:.i : Se pone a discu-
sion.
(Silencio).
A votaei6n.
Los que est6n de aeuerdo se servirin levantar la
ii nj li
(La iireir';, de los senores Representantes asi lo
Aace).
Aprobado.
Se va a dar lectura al articulo tercerdo.
(El fl. ;;l7 de actas lo lee).
SR. N'li::z PORNUONDo (EMIIO): Para una eh-
mienda, que consiste exclusivamente en sumar a
las victims de la catAstrofe de Camagiiey, y no
creo que haya motive de oposici6n, las de Cama-
juani. E, un easo especial el de Camajuani, d.,nl,-.
hubo doce muertos y doscientos heridos y qued6 des-
truido totalmente un barrio. Asi es que yo pido que se
in cluya tambien a los vecinos de Camajuani.
SR. BELTRAN (EDOARDO) : Que sea a los damnifi-
cados en '-.-n'ral.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN) : Acepta el senior
Nfifiez Portuondo la modificaci6n propuesta en el sen-
tide de que sea en general, sin determinar poblacion,
sine a todas las victims del cicl6n ?
SR. NfCTEZ PORTUONDO (EMILI) : Pero es que lo de
Camajuani no fu6 precisamente el *cicl6n, sino unpa
tromba que se present dos dias antes. Si se aclara
convenientemente, no tengo nada que objetar. i
ISR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Se pone a vota-
ci6n, en la tfi mi en que ha quedado modificado.
SLos sefiores Representantes que est6n conformes se
serviran levantar la mano.
(La majyoria de los ., 7ir,:~.s Representantes asi lo
hace).
Aprobado.
Se le vaa dar lectura al articulo cuarto.
(El of;ci;l de actas lo lee).
SR. PRESIDENT (GuiS INCLAN): S.e pone a discu-
si6n.
(Silencio).
A votaci6n.
Aprobado, con el voto en contra de los sefiores Guks
Incln y Rodriguez, Ramirez.
Se remitira directamente al Senado.'
BSe va a dar lectura al'proyecto de ley procedente
del Senado.
(El official de acts lee):
Habana, 21 de Noviembre de 1932.
Sr. President de la Camara de Represe.rtantes.


Sefior:
El SenAdo, en sesi6n .:l .-Ir'1,i:i el dia de la feoha,
aprob6 el I*.yrv,.I de ley que so a,.,mupoari. referente
a la reconstrucci6n del pueblo de S.aiiti Cruz del Sur,
en la.provincia de Camagiiey.
Lo que tengo el honor de comunicar a usted, a los
efectos del artii.ul,, 1i il-.i,:.lL de la Ley de Relaciones
entire la -CAmara de Representantes y el.Senado.
Muy atentamente.

(FI"I.) Alberto. Ba,'rr, o s. Pri.sidet,, -. Mnl)i
Rivero, Seeretario. Lorenzo Ferndndez Hermo, Se-
cretario.
PROYECTO DE LEY
CAPITULO I

De la reconstruciWn de Santa Cri: del Sur.
ARTICULO I.-El Poder Ei..-ii ivo procedera a la
mayor brevedad possible a realizar los t rol.ai.j: de re-
construcci6n del pueblo de Santa Cru.i dl: -;nr, en la,
provin'cia de Camagiiey, que qued6 destruido por eli
ciel6n y ras.de mar ocurrido el dia nueve de Noviem-
bre de mil novecientos treinta "y dos, escogiendo al
efeeto, dentro de los limits que tiene el expresado
Municipio,- el lugar adecuado.
ARTICULO II.-Se <-Oi.i muelle en el puerto de Santa Cruz del Sur, comuni-
cAdose on el poblado que se manda a construir por
esta ley, por medio de una carretera o clle, quedan-
do prohibidas en una zona de quinientos metros a
partir de la zona maritima, las construcciones de vi-
viendas, no pudi6ndose hacer otras edifioaclones que
las indispensable en esa zona para almacenaje y ser-
vidios en las industries de mar y del puerto de Santa
Cruz del iSur.
.\A IU I(:'iO III --En la '.n~t ltric .'in de las nue-
vas edificaciones se procurarA, hasta done sea posi-
ble, que ,stas tengan la 'ti.i.-lit'. resistencia contia
los cielones.
ARTICULO IV.-Se construirA, cuando lo auto-
rice el estado del Tesoro Nacional, una via de co~nuni-
eaci6n que sirva para enlazar el pueblo de ,Santa Cruz
del' Sur con las poblaciones cercanas, y de ser po-
sible, con la ciudad de Camagiey.
A FRTIi 'ULO V.-Se dotara al nuevo pueblo de San-
ta Cruz del Sur, de un edificio para Casa del Gobier-
no Municipal, P.rii-. Ev.:-Iu:sl,. Matadero, Casa de
Socorro, Cuertel de la Guardia Rural y :l-uis oelifi-
cios I'il1il:.:, para uso. del Estado y del Municipio,
proporcionfndole un servicio de agua potable y al-
cantarillado.
ARTICULO VI.-En el pueblo de Santa Cruz del
Sur se establecere uin servicio ii'rmaco-'ntd de obser-
vaciones meteorol6gicas, que estarA ,en comunicaci6n
con.los Observatorios, NacionAl y de Bel6n, y que ten-
dr6 ademis a su cargo el informar a la comarca la
posibilidad de peligros en caso de ciclones.
Asimismo procederi el Gobierno a establocer, pre-
vio; los convenios correspondientes, una Esta'i6n do
observaciones meteorol6gicas en la Isla de Caiman
Grande.







DIARIO DE SESIONES DE LA CkMARA DE REPRESIENTANTEIS 9
, .i ,: r' i, ii , ,~


Se concede franquicia postal y telegrafica al Ob-
servatorio Nacional y al Observatorio del Colegio de
Belen.
Se faculta al Ejecutivo para conceder igualmentc
esta franquicia a cualquier otro Observatorio Oficial
cuyos servicios el Gobierno considered de importaneia
y verdadera utilidad pfiblica.
El Ejecutivo dietarA, los Reglamentos necesarios
para regular estas franquicias, de modo que sea usada
exclusivamente por los Observatories y sus agents in-
formativos, para problems relacionados con las ob-
servaciones meteorol6gicas y anuncios y previsiones
de la misma naturaleza.
ARTICULO VII.-Las personas que en la actuali-
dad tuviesen terrenos en el antTguo poblado de Santa
Cruz del Sur, en donde hubiesen existido antes del
ciel6n edificios'o industries, tendran derecho a ser
compensados, canjeandoseles sus terrenos o solares
por otros equivalentes en la zona urbanizada del nue-
vo poblado.
ARTICULO VIII.-Se'declaran de utilidad pfibli-
ca todas las obras de urbanizaci6n, asi como las de
precauci6n, defense, construceidn y reconstrucci6n
que se eleven a cabo en el nuevo poblado y en el puer-
to de Santa Cruz del Sur.
ARTICULO IX.-Se condonan todos los impuestos,
arbitrios, multas y contribucion'es del Estado, Pro-
vineia y Municipio, que se encontrasen pendientes
de pago hasta el dia 9 de Noviembre de 1932, en la
zona urbanizada del destruido pueblo de Santa Cruz
del Sur.
ARTICULO X.-Se declaran libres de arbitrios
municipals las licencias necesarias para las edifica-
ciones que se construyan en el nuevo poblado y en el
puerto de Santa Cruz del Sur, en el period de cinco
aios, a partir de la vigencia de esta ley.
ARTICULO XI.--Durante dos afios, a pa-tir de la
promulgaci6n de esta ley, quedaran exenrtas de im-
puesto territorial las construcciones que se hagan en
el puerto y nuevo pueblo de Santa Cruz del Sur.
ARTICULO XII.-Las obras necesarias para la re-
construcci6n del pueblo de Santa Cruz del Sur, se
abonaran con los fondos que se recauden por el Comi-
tB Central Nacional de Auxilios por el Cicl6n, con los
donativos que por eualquier otro motive se aporten
y con la suma de $50,000.00 (cincuenta mil pesos)
moneda official, de los fondos del Tesoro que no se
encuentren afectados por otra obligaci6n.
ARTICULO XIII.-Los beneficios que se acuerden
con motivo de la construcci6n del nuevo pueblo de
Santa Cruz del Sur, distribuci6n de sus solares urba-
nizados, reparto de casas y cualquier otro auxilio, se-
ran otorgados en primer termino y con preferencia a
los habitantes o propietarios de dicho pueblo cuando
ocurrio la catastrofe, o a sus herederos o causaha-
bientes.
ARTICULO XIV.-Se autoriza al Poder Ejecuti-
vo para que oyendo la. opinion del Comit6 Central Na-
cional de Auxilios a los damnificados de Camagiiey,
dicte las reglas y disposiciones que consider mas eon-
venientes para regular la forma como se otorgaran los
beneficios de esta reconstruccion- a los damnificados


de Santa Cruz del Sur y a las demAs Prntldad,-s o per-
sonas que concurran a la reconstrucci6n y rehabilita,
ei6n de dicho pueblo.
CAPITULO II
De la creacie6 de un monumnento conmemorativo del
lugar en que se reuniera la Asamblea de Santa
Cruz del Sur.
ARTICULO XV.-Tambi6n se autoriza al Poderi
Ejecutivo para ordenar, en el lugar en que se reunie-
ra el veinticuatro de Octubre de mil ochocientos no-
venta y ocho la Asamblea de Santa Cruz del Sur, la'
erecci6n de un monument conmemorativo de tan glo-
rioso acto, tomAndose de los fondos del Tesoro Nacio-
nal la 'uma necesaria, cuando la situaci6n fiscal de la
Republica lo permit, para llevar a cabo este patri6-
tico empeiio.
CAPITULO III
Del Retgistro de la Propiedad.
ARTICULO XVI.-La autoridad Judicial delega-
da por el Presidente de la Audiencia de Camagiiey
para la inspecci6n del Registro de la Propiedad de
Santa Cruz del Sur, practicara sin perdida de tiempo'
una visit de inspecci6n al local o sitip done -i .-n-
contraban las oficinas del Registro. de la I'P.i .'il.,
con intervenci6n del Registrador o del Sustituto y,'
a falta de ambos, del Ministerio Fiscal y levantara
acta en la que se haga constar el estado del Registro;'
expresando los libros o la parte de ellos que hayan-
quedado destruidos y las medidas adoptadas provisio-
nalmente para tender al servicio pfblico, debiendo:
ser la primera de 4stas que el Registro quede a cargo
del Fiscal del Partido de la cual aeta deberA remitir:
dicha autoridad a la Secretaria de Justicia, en el tar-
mine mAs breve, por conducto del Presidente de la
Audiencia, una copia autorizada.

ARTICULO XVII.-La reconstrucci6n de los li-
bros del Registro de la Propiedad de Santa Cruz del:
Sur, se hari de acuerdo con lo dispuesto en la Ley Hi-
potecaria y su Reglamento.
ARTICULO XVIII.-El Fiscal, de Partido al en-:
cargarse del Registro de la Propiedad de Santa Cruz
del Sur y en consideraci6n a haber quedado destrui-
da la poblaci6n de Santa 'Cruz del Sur y a lo esta-
blecido en los articulos cuatro y siguientes del Re-
glamento Hipotecario, dispondra la traslaci6n de la
capitalidad del R&gistro de la Propiedad, al pobla-
do de Francisco o a otro que acuerde, dentro del
Partido Judicial de Santa Cruz del Sur o de la Pro-
vincia de Camagiiey si es con acuerdo del Presiden-.
te de la Audiencia, (que podr6 ser el mismo lugar que
se sefiale para residencia del Juzgado de Primera
Instancia) instalando la oficina con los libros nece-.
sarios o sean un Diario de operaciones, un Diario
de certificaciones y uno o mas Tomos de Inscrip.cio-
nes y demAs acesorios. Los dias que transcurran has,
to que por acuerdo del Delegado se abra de nuevo el
Registro en el pueblo a que hubiere sido trasladado,
se considerarAn feriados segfin el articulo diez del
Reglamento para la ejecucion de la Ley Hipoteca.
ria.
ARTICULO XIX.-Durante el plazo del afio a que
se refiere el articulo cuatrocientos de la Ley Hipo-1








10 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


tecaria, las inscripeiones, anotaciones y notas margi-
nales a que el mismo articulo se refiere, que se extien-
dan en el Registro de ]a Propiedad de Santa Cruz del
Sur, se practicar6n por el Registrador sin exacci6n de
los honoraries a que el articulo cuatrocientos nueve
de la propia ley se central cuando se trata de finca
o derecho cuyo valor no excede de quinientos pesos.
ARTICULO XX.-En compensaci6n y durante
el mismo plazo del afio a que se refiere el articulo
anterior, se asigna al Registro de la Propiedad de
Santa Cruz del Sur una subvenci6n por el Estaldo
de mil ochocientos pesos, la quo disfrutar6in el fun-
cionario o funcionaribs que sirvan dicho Registro,
por dozavas parties.
CAPITULO IV
Del Registro Civil.
ARTICULO XXI.-Los libros archivados corres-
pondientes a las Secciones de nacimientos, matri-
monios, defunciones y ciudadanias, que hayan -des-
aparecido del Juzgado Municipal de Santa Cruz del
Sur, como consecuencia del cicl6n que azot6 dicho
T6rmino Municipal, durante el dia 9 de Noviembre
de 1932, seran sustituidos inmediantamente con la
copia certificada que prescribe el Articulo diez y
echo del Reglamento del Registro Civil y sacada de
los libros duplicados que se encuentran archivados
en la Audiencia de Camagiiey per disposici6n de "a
Orden Militar N. 220 de 1901, pero llenhndose las
disposiciones que siguen:
Dicho copia se sacara en libros talonarios que se
facilitardn a ese efecto por' la Direcci6n de los Re-
gistros y del Notariado, los que seran del tipo an-
terior a los que ahora se facilitan, es decir, en blan-
co.
Cada libro sera sellado con el de la Audiencia de
Camagiiey y abierto mediante diligencia con arreglo
al formulario Modelo N.0 1 de la Ley del Regoistro
Civil y serA cerrado con otra diligeneia ajustada at
formulario .\1I. l,. N.o 3 de la propia Ley, adapta-
das ambas al caso y on la ultima se expresara tam-
bi6n que los asientos que contiene son de copia exac-
ta de los que aparecen del correspondiente libro ar-
chivado en la Audiencia y que han sido cotejados de-
bidamente. Dichas diligencias de apertura y cierre
serAn autorizadas per el Archivero o en su defect
por el Secretario de la Audiencia de Camagiiey, con
el VAto Bueno del Presidente del dicho Tribunal.
Los asientos se copiaran exactamente unos tras
otros, o en el orden en que aparezean en los libros ar-
chivados en la Audieneia y copiandose asimismo las
firmas, notas marginales, etc., que contengan, y cada
asiento dcspu6s, de su cotejo y de salvarle las enmien-
das entire renglonaduras, etc., para salvar ]os errors
u omisiones que se adviertan, sera autorizado con su
firma por el Archivero o .Seeretario de la Audiencia
actuante el dia de la transcripci6n, cuya fecha se ex-
presara al pie de cada asiento.
Terminada la copia de eada libro, se enviarA per
correo certificado al Juez Municipal, por conduct
del Juez de Primera Instaneia.
ARTICULO XXII.-Si hubieren ,desaparecido li-
bros terminados en aquellas Secciones, cuyo duplica-
do no se hubiere afn remitido a la Audiencia, en di-


cha fecha de 9 de Noviembre de 19 ;2 y desaparecido
tambien los libros en uso en ese dia, en el Juzgado
Municipal de Santa Cruz del Sur, de los quo por tan-
to no se puede obtener la copia'mencionada en el ar-
ticulo anterior; para cada'una de dichas Secciones se
abriran libros por duplicado, con carceter de espe-
ciales, de igual tipo a los dispuestos en el articulo
XXI en los que se trascribiran las certificaciones que
presenters los interesados u otras personas, que apa-
rezcan expedidas por el Encargado del Registro Civil
de .Santa Cruz del Sur, con vista. de los asientos de los
libros originals desaparecidos de los mencionados en
este articulo.

Dichos libros duplicados serAn abiertos con una di-
ligencia expresiva de su objeto, en forma anAloga a la
dispuesta en el articulo anterior, que autorizarA al
Archivero o en su defecto al Seeretario de la Audien-
cia, con el Visto Bueno del Presidente del Tribunal
y serAn cerrados cuando est6n llenos, por diligencia
que autorizarAn el Encargado del Registro 'Civil y
el Seeretario en forma analoga a la utilizada para
igual diligencia en los demas libros.
Las transcripciones efectuadas mediante un acta
para cada certificaci6n que con, ese objeto se presen-
te, ]a que se reproducirA integramente, y el acta serA
formada por el Encargado del Registro, el represen-
tante y el Secretario, sin que sea necesario la concu-
rrencia de testigos al acto.

Antes de transcribirse estas certificaciones, se com-
probarA su autenticidad haciendose cotejar las firms
que las autoricen, con los originals que obren en la
,. 1 I .d de Justicia, de los Jueces y Auxiiiares quo
hayan servido en el Juzgado Municipal de Santa Cruz
del Sur. Este cotejo y autenticaci6n sera libre de de-
rechos y efectuado por la Direcci6n de Justicia de di-
cha Secretaria, poni6ndose la correspondiente dili-
gencia del resultadoa continuaci6n del document.

Transcripta la certificaci6n exhibida, 6sta quedari
en el Archive del Juzgado y se conservarA en id6nti-
ca forma que los demas documents que deban quedar
en 61, segin las disposiciones vigentes.
De estos asientos so expedirain las certificaciones
que se soliciten, llenandose las mismas formalidades
que para obtener cualqixiera otra se requiera y deven-
gAndose los mismos derechos que estAn fijados en el
arancel vigente y dichas certificaciones surgirAn los
efcctos que produzcan los documents de esa clase se-
gidn la Ley, sin perjuicio de las acciones que corres-
pondan ejercitar contra las mismas y los actos a que
se contraen. '
El libro duplicado, una vez terminado, sera remi-
tide como los demAs, a la Audiencia para su archivo,
por conduct del Juez de Primera Instanicia del Par-
tido, en igual forma y con id6nticos requisites a los
que se emplean al ser remitidos los libros del Regis-
tro Civil.
ARTICULO XXIII.-Si posterlormente aparecie-
so algfln libro de los que estaban archivados o en use
en el Juzgado Municipal de Santa Cruz del Sur, y se
hubiesen dado por perdidos; y por su estado pudiese
ser utilizado, inmediatamente comenzarh a surtir sus
efectos en cuanto contiene y.cesarA de producirlo la
copia o libro abierto en su defecto, que se remitirA a






DIARIO DE SESIONES DE LA CA2FARM' DE REPRESENTANTES 11
-,


la Audiencia de Camagiiey por conduct del Juzgado
de Primera Instancia, para su archivo.
ARTICULO XXIV.-Todo nacimiento ocurrido que
haya debido ser inscripto en el Registro Civil de San-
ta Cruz del Sur antes del dia 9 de Noviembre de 1932,
y haya transcurrido el t6rmino para efectuarlo, seo
inseribirr como hasta aqui en la forma' que prescri-
ban los articulos 50, 51 y 57 del Reglamento del Re-
gistro Civil, a menos que se concedan pr6rrogas para
las inscripciones en cuyo caso se practicar~n en la
forma procedente.
ARTICULO XXV.-Los nacimientos ocurridos y
que hayan sido inscriptos en los libros desaparecidos
del Juzgado Municipal de Santa Cruz del Sur, de los
mencionados en el articulo 22 de esta Ley y que no
se puedan acreditar con la eorrespondiente certifi-
caci6n del asiento primitive, pues si 6sta existe deber-i
estarse a lo que dispone en el mismo articulo 22, we
inscribirdn en el libro corriente por el procedimiento
sefialado en el articulo 51 del Reglamento del Regs-
tro Civil, pero corisigndndose en la instancia, ademis
de lo requerido, en lo pertinente, por dicho articulo,
que el nacimiento fu6 inscripto, que el libro en dondc
lo fu6 desapareci6 y que no se puede acreditar con
certificaci6n del anterior asiento.
En el asiento se consignardn estos particulares ade-
m6s de lo dispuesto por la Ley para todos los asien-
tos de nacimientos y no sera necesaria la concurren-
cia de testigos, bastando para efectuar la inscripciiu
la resoluci6n favorable del Juzgado de Primera Ins-
tancia y la declaraci6n de la persona interesada que
solicit aqu6lla.
ARTICULO XXVI.-Si posteriormente a la ins-
cripci6n efectuada de conformidad con el articulo
anterior, apareciese certificaci6n del asiento que se
extendid en el libro desaparecido, se hard la inscrip-
ci6n de 6sta en la forma prevenida en el articulo 22
y a su margen y al del asiento efectuado al aniparo del
articulo 25, se pondrA nota de mutua referencia y ca-
da vez que se pida una certificaci6n de uno u otro
asiento, se comprenderi en aqu6lla ambos asientos,
devengandose los derechos correspondientes a un solo
asiento.
ARTICULO XXVII.-Toda defunci6n oeurrida
antes del 9 de Noviembre de 1932, que haya debido
ser inscripta en el Registro Civil de Santa Cruz del
Sur y que no lo fu6, lo seri en la forma que autoriza
el vigente Decreto 276 de 1907 del Gobierno Provi-
sional.
ARTICULO XXVIII.-Toda defunci6n ocurrida
antes del 9 de Noviembre de 1932, que haya sido ins-
cripta en los libros desaparecidos del Juzgado Muni-
cipal de Santa Cruz del Sur, a que se refiere el ar-
ticulo 22 de esta Ley, y que no se pueda acreditar con
la correspondiente certificaci6n del asiento primiti-
vo, pues si existiese debera estarse a lo que dispone
el propio articulo 22, se inscribira siempre que com-
parezca ante el Juzgado Municipal de Santa Cruz del
Sur, la persona interesada en hacer constar el falle-
cimiento, acompafiando certificaci6n expedida libr,
de derechos, por la Direcci6n de Sanidad, de la cer-
tificaci6n de defunci6n de que se trate y que debi5
remitirle el Juzgado Municipal de Santa Cruz del
Sur en cumplimiento del articulo 264 de las Orde-
nanzas Sanitarias, o negative si no obrase en su poder;


y en defecto de aquella eertificaci6n, se acompafiari
cualquier principio de prueba que pueda presentarso
acerca del fallecimiento de dicha persona, o la decla-
raci6n de uno o mas testigos a los que conste el fa-
Ilecimiento, que scan conocidos del Secretario o iden-
tificado por persona conocida del mismo, prestada
dicha declaraci6n bajo juramento y apercibidos los
declarantes de las penas previstas en el articulo 313
C, del C6digo Penal.
El asiento se extenders en el libro corriente, con-
signindose en 61, ademas de lo dispuesto por la Ley
para los asientos de esa clase, que la defunci6n fu6
inseripta, que el libro donde se efeetu6 y 6ste desapa-
reci6 y que no se puede acreditar con certificaci6n
del anterior asiento y los particulars que correspon-
dan de los consignados en el parrafo anterior.
El acta sera suscripta con el Eneargado del Regi3.
tro, por las personas que concurran al acto, dos des-
tigos instrumentals y del Secretario.
ARTICULO XXIX.-Si posteriormente a la ins-
cripci6n efectuada de conformidad con el articulo an-
terior, apareciese certificaci6n del asiento que se ex-
tendi6 en el libro desaparecido se estari a lo que ,e
dispone en el articulo 28 de esta Ley para idWntico
caso.
ARTICULO XXX.-Toda defunci6n que haya ocu-
rri:!' como consecuencia del cicl6n de 9 de Noviembre
de 1932 en este dia o en otro posterior, en Santa Cruz
del Sur, sin que dicha defunci6n haya sido 'nscripta,
se pprocederA a efectuarla en la forma siguiente:
1. Si la persona fu4 inhumada o incinerada pre-
via identificaci6n, la defunci6n se inscribira siempre
que comparezca ante el Juez Municipal la persona
interesada en hacer constar el fallecimiento, acompa-
iado de uno o mas testigos que sean conolidos del
Secretario o identificados por persona conocida de
este, que declararin bajo juramento, anercioidos de
las penas previstas en el Articulo 315 C, del C6digo
Penal, que conocicron a la persona de que se trata,
visto su cadaver v reconocido en 61, el de la referida
pers na. Todo ello se consignara en el asienrto que se
cxtienda, arlo'map de las circunstancias consiguientes
a todo asiento do defunci6n y sera firmado pur el en-
i argado, declacantes, testigos y Secretario. S: algino
no supiese firmar lo hard otro i su ruego.
2. Si se trata de persona que pueda estimarse que
falleci6 y fu6 inhumada o incinerada sin previa iden-
tificaci6n por haber desaparecido sin dejar rastro de
su persona, se inscribira su defunci6n previous los re-
quisitos que se determinan en el articulo sigulente.
ARTICULO XXXI.-Cuando haya motives para
suponer que una persona falleei6 a conseouencia del
cicl6n de 9 de Noviembro de 1932, en Santa Cruz del
Sur, y que fu6 inhumada o incinerada sin previa iden-
tificaci6n, sin que exist testigo que pueda declarar
acerca de su muerte, cualquiera de las personas a que
se contrae el articulo 185 del Ced go Civil, una vez
que hayan transcurrido noventa dia: a partir del 9
d- Noviembre de 1932, podrA snicitar 1h inscripci:in
provisional de la defunei6n de esa persona, ante el
eneargldo del Registro Civil de Santa Cruz del Sur,,
r:n'iante el pr-'edrimiento del artioulo 51 del Regla-
minte del Registro Civil, pub!icaudose aviso que se
dard a todos lo.j que puede interesar la promoci6a del







12 DIARIO DE SESIONES DE LA GAMARA DE REPRE.SENTANTES
Jm .. ,


expellente y llamamieoto al presunto fallecido, que
se insertara en la Gaceta Oficial y se hard fijar en la
tablilla de avisos del Juzgado y Alealdia Municipal
durante trointa dias.
La instancia seri jurada por el promovente, adver-
tido de las penas del articulo 313-C del. C6digo Pefnal
y los testigos declararan bajo igual juramento y aper-
cibimiento, acerca del motivo o motives que tenran
para sooner ha faliecido dicha persona.
Tr.in.-...i.,,l.. trce.nta dias de la inserei6n de1 aviso.
en el peri6dieo ofieial, agregados al expel iente los
avisos 'i:jados en aquellos lugares, con certificacuin
de los tecretarios ,lcl J uzge.,i y Ayuntamiento, que
acrediten que estl:viron fijados por dicho termino,
llenados los demils requisiteo prevenidos en el arlticu-
lo 51 del Reglamento del Registro Civil, si el Juez
de, Primera Instancia dispaiiese la inse :pci6n, se
procedera a levantar el co ecspondiente asient-) de
deincin ctn los datos qu'. '',-.i., el inte'resado en
el aeto.
La inscripci6n seri autorizada por el eneargado del
Registro, el declarante y el Sccretario, sin que sea
necesaria la coneurrencia de destigos.
Pasado un a;i ciuscie la fecha de la inser:.pein pro-
vincial de la defune;in, podra solicitarse !o que dis-
pone l[ artienlo 191 del C6digo Civil y aeordado se
publicar:. en la Gaccia Oficial, y transcurrilos trees
meses desde esa pubikaeci6n, Ja inseripci6n de deiunn-
ei6n se convertira en definitive y tambi6n a instancia
de parte interesada s.e pondri nota marginal en la
inscripci6n provisional y podran ejercitar las parties
los derechos.que emanen de dieho fallecimiento sin
perjuicio de las acciones que puedan ejercitarse en
la via correspondiente.
A la solicitud del pArrafo primero de este articulo,
se acompafiara certificaci6n de ]a Direeci6ri del Censo
que acredite que'la persona de que se trata fu6 ins-
e cripta en el Censo ultimamente efectuado o negativa-
mente de no aparecer inscripta, en cuyo caso se ofrc-
cerA prueba de las admitidas en derecho para acre-
ditar dentro del expediente, que la persona de que se
trata vivia en Santa Cruz del Sur el dia 9 de No-
viembre de 1932, y en defecto de dicha justificaci6n
o prueba previa, no se dard curso al expediente y si
cumplidamente no quedase probada dicha circunstan-
cia, se sobreseer& en el expediente.
Si con motivo de dicihos avisos se formulase oposi-
ci6n, se recibirAn las pruebas que en pro o en contra
se reciban, las que serdn apreciadas por el Juez de
Primera Instancia al dictar la senten'cia que pone ter-
mino al expediente y se procederd segdn se resuelva,
ARTICULO XXXII.-Los matrimonios civiles ce-
lebrados antes del 9 de Noviembre de 1932, que hayan
.debido ser inscriptos en los libros desaparecidos a que
:se refiere el articulo 22 de esta Ley y que no se pue-
dan acreditar con la correspondiente certificaci6n, o
,con testimonio notarial, si se efectu6 ante Notario,
pues en estos casos deberh estarse en lo que dispone
dicho articulo quinto de la 'Orden Militar 66 de 1899,
rigiendo como supletorias y en cuanto sea possible, las
reglas dictadas por las Secretarias de Justicia e Ins-
trucci6n Pfiblica en 28 de Junio de 1899, publicadas
en la Gaceta Oficial de primero de Julio de ese afio,
para cumplimiento de dicha Orden Militar.


ARTICULO XXXIII. -Los actos relatives a la
Secei6n de Ciudadania efectuados antes de 9 de No-
viembre de 1932 que hayan debido ser inscriptos en
los libros desaparecidos a que se refiere el articulo
veintidos de esta Ley, que no puedan acreditarse con
la correspondiente certificaci6n que tengan los in-
teresados o con certificaci6n expedida por la Secreta-
ria de Estado de la que obre en su poder y que debe
haber]e remitido el Encargado del Registro Civil de
Santa Cruz del Sur, per disposici6n del articulo diez,
del Decreto 859 de 1908, del Gobierno Provisional;
pues en dichos dos casos se estara a lo que se dispone
en el citado articulo 22, se inscribirAn acreditAndose
por los medios que sean procederites, a satisfacei6n
del EnIr:a,_-'... del Registro Civil y previa consult a
Ja Secretaria de Estado, a la que se enviara el expe-
diente al serle aquella formulada.
DISPOSICIONES GENERALS
ARTICULO XXXIV.-Las disposiciones de esta
Ley tienden a remediar ]a situaci6n creada en el TEr-
mino Municeipal de Santa Cruz del Sur, con motive
del cielin de 9 de Noviembre de 1932, en cuanto al
Registro Civil se refiere y s61o tendrAn aplicaci6n las
mismas en dicho TWrmino Municipal, pudi6ndose
ejercitar en todo tiempo los derochos que conceden.
ARTICULO XXXV.--Regirdin como supletorias
de las disposiciones de esta Ley, en cuanto resulten
aprovechaibles, las comprendidas en el Real Decreto
de 16 de Febrero de 1877, hecho extenisivo a Cuba por
Real Orden de 7 de Marzo del propio afio y la Ins-
trueci6n para el cumplimiento de dicho Real Decreto,
de 21 de Febrero de 1877, hecha extensive a Cuba
por la Real Orden citada.
ARTICULO XXXVI.-Todas las certificaciones
del Registro Civil que obren en cualquiera causa cri-
minal, procedimiento civil, expediente administrative
y en general en cualquier actuaci6n o archlivo, y que
sirvan para obtener las transcripciones que autoriza
el articulo XXII de esta Ley, serdn devueltas a ins-
tancia de part interesada y sustituidas con copia li-
teral que ocupard el mismo lugar que la que se des-
glose.
ARTICULO XXXVII.-Se autoriza expresamente
al Ejecutivo para dictar cuantas disposiciones tien-
dan al mejor cumplimiento y aplicaci6n de esta Ley y
para utilizar los fondos del Tesoro no afectos a otras
obligaciones que sean necesarias para hacer frente a
los gastos extraordinarios que esta Ley pueda irro-
gar.
ARTICULO XXXVIII.-Sin perjuicio de lo dis-
puesto en el articulo anterior, la Direcci6n de los Re-
gistros y del Notariado queda autorizada para resol-
ver las dudas a que diere lugar la ejecuci6n de esta
Ley, lo que hard dentro de tercer dia de recibir la
consult que se formulare, como previene el articulo
134 del Reglamento para la ejecuei6n de la Ley del
Registro Civil y, de la vigente Real Orden de 17 de
Julic de 1885.
ARTICULO XXXIX.--Se declaran exentos de
responsabilidad criminal las personas que hayan efec-
tuado inhumaciones o incineraciones de personas fa-
lecidas en Santa Cruz del Sur, con motive del cicl6n
de 9 de Noviembre de 1932, contraviniendo las dis-
posiciones de los articulos 262 y 264 pfrrafo primero








DIAUIIO DE SESIONES DE LA CAMARA DE REPRES'ENTIANTES 13


de las Ordenanzas Sanitarias y cuantos mAs preceptos
hayan resultado infringidos por dicha causa de fuer-
za mayor.
AITICULLO XL.--Los I'.-, pih. de la Ley Ilipo-
tecaria y los de la Ley del Registro Civil, se conside-
rariAn supletorios a las disposiciones contenidas eni
esia it.-y.

ARTICULO X [1.-Esta Ley comenzarA a regir
desde el dia de su publicaei6n en la Gaceta Oficial
de la Repitblica.

DISPOSITION TRANSITORIA

UNICA.-Los preceptos de esta Ley sobre recons-
trucci6n de Santa Cruz del Sur, sobre Registro Civil
y de la Propiedad, ausencia, presunci6n de muerte y
reinscripei6n en el .Registro de la Propiedad, tienen
character de emergencia y rigen tan s6lo en relaci6n
con los hechos que la motivan, esto es, los dafios oea-
sionados por el cicl6n que azot6 a Santa Cruz del Surl
el dia nueve de Noviembre de mil novecientos treinta
y dos.
Sal6n de Sesiones del Senado, IIabana, a los vein-
tin dias del mes de Noviembre de mil novecientos
treinta y dos.
(Fdo.) Alberto Barreras, Presidente.-Man'uel RI-
vero, Secretario. Lorenzo Fer indez Hermo, Se-
cretario.
St. PRESIDENT (GUAS INCLAN) : Se pone a discu-
si6n la totalidad.
Tien'e la palabra el senior Castellanos.
Si. CASTELLANOS (MANUEL) : Seiior Presidente y
sefiores Representantes: Corroborando lo que yo di-
jera en las primeras palabras pronunciadas en la CA-
mara, en la tarde de hoy, la ley defrauda todas las es-
peranzas que pudi6ramos tener, de redactar una le-
gislaci6n que viniese a resolve el problema creado
por el filtimo cicl6n, en Camagiiey. Fundamertal-
*mente, esta ley s6lo ampara a los vecinos de Santa
Cruz del Sur. Se limita a establecer, como una ley
adjetiva, el procedimiento para la reinscripci6n en el
Registro Civil y el procedimiento para la reinscrip-
ci6n de las fincas en el Registro de la Propiedad. Y
al hacer las reinscripciones en el Registro Civil, cle
las defunciones, olvida totalmente la tecnica juridica
de nuestro procedimiento civil, que es una ley per-
fectamente hecha aplicada reiteradamente por los Tri-
bunales de Justicia de Espafia y de Cuba. Rompe
la t6cnica del.C6digo Civil, en cuanto al Registro Ci-
vil se refiere. Establece unn tirmino perentorio para
las presunciones de ausencia y para las declaraciones
de muerte, y es muy grave que tal se establezca, aun-
que solamente se refiera a los vecinos de Santa Cruz.
Se crea una situaci6n an6mala, especial, dentro del
Registro Civil, que puede dar lugar a muchos fraudes
con posterioridad, con motives de derecho de am-
paro.
En cuanto al Registro de la Propiedad, la
lev copia servilmente la Ley Hipotecaria, porque es-
ta previsto el case de la desaparici6n de los libros del
Registry Civil, apareciendo que se hace una nueva
legislaci6n cuando no es mas que la copia de la legis-
laci6nl que rige. Fundamentalmente, y aparte de no
amparar los dafios ocasionados a los damnificados


por el cicl6n y por la tromba que asol6 a aquellas re-
giones orientales, tenemos en esta legislaci6n que man-
da el Senado, ]a prohibici6n de no levantar el pueblo
de Santa Cruz del Sur en el lugar en que primitiva-
monte estaba. Iay un precepto q'ue prohibe al dueiio
de un solar en Santa Cruz del Sur, que tiene Ia pro-
piedad, 'el dominion, el uso y el disfrute de esa propie-
dad misma, levantar su casa en su terreno, obligAn-
dolo a internarse quinientos metros mis all de la
zona maritima, lo que rompe el molde de la legislaci6n
civil nuestra, que determine que la zona maritima es
la part que el mar bafia en su flujo y reflujo, exis-
tiendo luego la zona de salvamento, de vigliancia. La
disposicion viene a vulnerar lo preceptuado en el ar-
tieplo 33 de la Constituci6n de la Repfibliea, que di-
ce: (Lo lee). De manera que el principio en que se
basa la ley de prohibicion, de que el duefio de un solar
en Sapta Cruz del Sur que, como en frases acertadi-
simas dijera el elocuente compafiero senior Rhcio, ha
vivido del mar, ha ejercido la industrial de !a pesca y
ha sostenido su familiar con su trabajo personal, no
puede en lo sucesivo vivir en: aquel lugar; y eso es
monstruoso. Las ciudades se levantan por la necesi-
dad de los hombres, y esto me recuerda la ir"',iiii'a
aquella que en los primeros moments de aprender a
leer hacian los nifios a los padres: "Papa, L por que los
iios cruzan siempre -al la1'.' dl- hl, gra ni:ls ejudades?"
"No, hijito, es que las igrandes ciudades se levantan
al lado de los rios"'. Por eso Santa Cruz del Sur
volvera a levantarse, por la necesidad de los hombres
que viven de la pesca, que han estado siempre en con-
tacto con el mar, en el mismo sitio. Es lo mismo qu<
sucede en aquellas regions del Vesubio, donde hay,
erupciones continuadas, que conmueven al mun-
do, que sepultan bajo la lava ardiente del volcin a
ciudades enteras, y sin embargo despues vemos come
esas propias ciudades resurgen otra vez al lado del
peligr,o, al lado del enemigo, a) lado de la muerte;
porque aquel nfmero de vecinos de aquellos pueblos
del Vesubio, viven tambi6n sembrando sus pequefias
vides, sembrando algo que se da alli, una uva que
produce un vino extraordinario: el "LAcrima Cris-
ti"; el vino que es usado por los que mejor saben be-
ber: por los curas.
Es muy frecuente ese fen6meno, que se observa, tam-
bien en todos los pueblos que estan alrrededor del
CantAbrico y pertenecen a pescadores, a families de
pescadores que viven a expenses de aquel mar inmen-
so y tributan al propio mar muehos cieritos de pescado-
res que se pierden en su inmensidad y que no vuelven a
la orilla ni se sabe mAsde ellos; y, sin embargo, los hijos
de los pescadores del Mar Cantabrico, siguen alli levan-
tando sus cabafias, donde sus antepasados perecieron
y donde perecen ellos, porque viven del mar, y en el
mar tienen que morir. Vemos aqui en Cuba misma,
en Surgidero de Bataban6 donde hubo un cicl6n do
triste reouerdo por su magnitude, que arras6 totalmen-
te aquel pequefio pueblo; y vemos despues como esos
hombres levantaron sus casas donde mismo vivieron
sus antecesores.
No se puede ir contra la naturaleza. Se pueden
violentar todos los preceptos del dereeho; pero lo:
preceptos del derecho natural, de la vida natural, los
mandates de la vida misma, esos no hay autoridad,
no hay Congreso, no hay Poder Ejecutivo que pueda
romperlos a causa de que la misma naturaleza produ-
ce los sucesos.








14 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMIARA DE REPI;IESlENTANTES


Yo no quiero extenderme en consideraciones respec-
to a esta ley. Yo he sufrido esta tarde una ver-
dadera decepei6n, cuando he concurrido a la sesi6n
de esta Camara, esperando, como la convocatoria de-
cia, una hermosa legislaci6n, protectora, de amparo,
de ... I, i-',, de piedad para los vecinos de aque-
Ilas r ..;.,,.." .1. .Il... Pero he sentido en ini alma
una decepei6n :.i.,,l, como congresista, al ver que en
el Congress so produce una ilegislaci6n raquitica y
tardia, una legislaci6n como ese ,- ,.-,,-.,-- de ley, que'
no ampara, no proteje, ni .1, ii.,.il.- a los que han sido
victims del ciel6n;-una legislaci6n que se circunscri-
be a un pueblo; una legislation adjetiva, cuando de-
biera ser sustantiva, que de dereeho, que cree dere-
cho, porque es necesario dar dorecho a quienes noq lo
tionen. No estA previsto el caso en esa legislaci6n
del, huerfano que no tiene quien lo reclame; del nifio
de poea edad que no tiene, ni sabe todavia quienes
fueron sus padres, caso especial, caso sumi generis, caso
raro, pero seguramento los hay en esa region de Ca-
magiley, seguramente los hay en Santa Cruz del Sur.
SC6omo se inscribe ese niio, si murieron el padre y. la
madre y no se sabe quienes son sus progenitcres L Hay
tmuchos articulos que pudieran escribirse para un caso
especial ccmo 6ste, de tanta trascendenicia, prque ese
ninio debe de inscribirse, y debe inseribirse como hijo
del Estado Cubano, debe de inscribirse como hijo de
la beneficencia pfiblica, y debe la beneficencia pfibli-
en ampararlo y protegerlo.
SEn esta sesi6n, antes de venir a discutirse la ley, al-
gfin distinguido amigo pidi6 un pesame pars la region
de Camagiiey; s6lo un p6same cuando hay muertos.
euando es necesario llevar el sustento a los hogares,
cuando lo que necesitan es dinero, cuando lo que ne-
cesitan son recursos, cuando lo que necesitan es algo
positive; cuando lo que necesitan es 'que el. amor
nuestro, se traduzea, como se dice vulgarmente, en
efectivo, en dinero, en algo tangible, en algo que les
permit resolver el problemna del sustento, y defender-
seo de los estragos ocasionados por el ciclon!
La'ley presentada es raquitiea, es pequefia, no re-
suelve ningfin problema. Vamos a afrontar este prc-
'blema; vamos a busearle soluci6n, vamos a busear en
las areas del Tesoro 1o que sea possible encontrar, todo
lo que la situaci6n angustiosa que. pasamos nos per-
mita busear; y dejemos a un lado esos preceptos que
nada dfeen, que nada atienden y que no tienen te&ni-
ca juridica ni base legal dentro de la legislaci6n fun-
damental que es la Constituci6n de la RepiLblica, por-
que la infringe al prohibir que aquellos propietarios
,de easas dispongan de lo que es suyo. Vamos a hacer
,una legislaci6n hermosa, que sea general, que com-
prenda a los t6rminos todos de Camagiiey. Yo- tengo
una relaci6n suscinta de los lugares mds afeetados,
donde estin Camagiey y Nuevitas, esta Florida,
esta La .Gloria, esti Gudimaro y estan otras pobla-
.ciones pequefias devastadas por complete, tan dignas
.de conmiseraci6n como la propia Santa 'Cruz del Sur.
, Por.qu6 vamos a circunscribirnos, los Representan-
tes del pueblo, en' esta tarde, a dar protecci6n sola-
mente a Santa Cruz del Sur? & Por qu6 vamos a mirar
nada mrs a lo 1,I.*.-,'", a lo que alli esta reducido a
unos solares en Santa Cruz del Sur, para que se re-
construya alli el pueblo? ~Por qu6 vamos a trazarle
normas y a disponer que tengan calls an'chas y par-
ques hermosos, y a darles consejos, cuando no son
sonsejos lo que ellos necesitan? C6mo es possible que


se apruebe por nosotros una ley que diga d6nde deben
trazarse plazas pfiblicas y elevarse monumentos a la
primera asamblea que alli se reuni6, precisamnente en
los Ingares en que estuvo enclavada la poblaci6n y
en done se prohibe reconstruirla por temor a otro
ras de mar, lo que result una real tonteria no siendo
eonseeuente con la idea, toda vez que si no se pueden
sostenor las easas no puede sostenerse el monument
que se levante, porque tambien se lo llevarmin las pro-
pias aguas?
No es esa la legislacidu que espera el pueblo en' es-
tos instances. .El pueblo espera una legislaoi6n pro-
tectora. Nosotros tenemos la facultad, de disponer
del erario pdblico, del dinero de la naci6n; y preci-
samente es para esos casos para los que debe dispo-
ner del dinero de la naci6n, el Poder Legislativo.
No podemos, con amplitud de.miras, eon una vision
..II.1 de las cosas, dejar de mirar solamente al re-
ducido barrio de Santa Cruz del Sur, no mirar s61o
aquella ,.-. -i.^ y mirar los daios causados en toda. la
provincia de Camagiiey y tratar de repararlos lle-
vando alla todo el dinero que sea possible para remc-
diarla en la media de nuestras eii,.:.i econ6micas.
Si nosotros, por una ley, nos circunscribinos a do-
cir quo se reproduzean los libros del Registro Civil o
del Registro de la Propiedad, que no se permit le-
vantar el pueblo etn el lugar donde estuvo, -nosotros
vamos a dejar morir de hambre al pueblo pescador de
Santa Cruz, porque los pescadores necesitan estar al
lado del mar, los pescadores necesitan una casa que se
levante en aquellos lugares donde guardian sus redes
y avios de pesear, porque el peseador'se levanta tem-
prano, antes del alba, y antes del alba tiene que dispo-
ner sus redes y con ellas tender a las mns apremian-
tes necesidades de su sustento y de su vida. Nosotros
no podemos hacer esto, sin que por lo menos se le-
vante alguna voz en esta Camara de Representantes;
porque estimamos que esta ley no resuelve absoluta-
mente la situaci6n de los damnificados del filtimo ci-
el6n. Yo le pediria a mis compafieros que, para ob-
viar todas estas dificultades, se nombrara una comi-
si6n del seno de la Camara de Representantes, donde
hay .l;.lin-_il.., abogados; yo le pediria a mis com-
palieros que se designara una comisi6n del seno de
esta CArmara, aqui donde hay hombres de mentalidad
clara, para que estudien un proyecto de ley, pero un
proyeeto de ley amplio, generoso, que resuelva defi-
nitivamente la situaci6n que se ha creado por el filti-
mo ciel6n que devast6 a las regions de Camagiiey y
las Villas; que se deje sobre la mesa esta ley, y que la
estudiemos en las horas de la noehe de hoy, que nos
quedemos aqui los integrantes de la comisi6n, labo-
rando esta noehe para redactar un proyecto de ley;
porque, a mi modesto juicio, el proyecto de ley 'del
Senado es utn proyeeto que no debe ser aprobado por
la Camara de' Representantes, porque en ninguna de
sus parties resuelve.comio es debido el problema plan-
teado. Yo no s6 como es possible, y perd6neme la
expresiOn, porque no voy en contra de mis distingui-
dos compafieros, yo no s6 como es possible que pu-
diera aprobarse este proyecto de ley; no s6 como es
possible que los sefiores Representantes de la region
villarefia quieran darle su aprdbaci6n a este proyeeto
de ley, ellos que conocen una a una las necesidades de
cada pueblo, al extreme de considerar, como me decia
mi distinguido compailero el senior Recio, que es bas-







DIARIO DE SESIONES DE LA C4IARA DE REPRESENT!ANTES 15


tante la ley en cuanto se refiere a Santa Cruz del Sur
No es bastante el ocuparse s6lo de una region afecta
da, pues las regions afectadas son muohas, y nosotro,
debemos ir a remediar los dafios que ha ocasionado e
cicl6n en todas las regions afectadas, pues igual e,
el darnnificado de uni pueblo que el de otro pueblo.
.SR. RECIO (ENRIQUE) : Su sefioria me atribuye unm
frase que no he pronunciado.
SR. CASTELLANOS (MIANUEL) : Me parece que su se
lioria decia por lo menos yo asi lo entendi, quc
Ia ley del Senado resolvia el problema.

SR. RECIO (ENRIQUE) : Tampoco. Yo expliqu6 hi
circunstancia de que la ley se concretara, de momen-
to, como algo emergerte, a la situaci6n de Santa Cruz
del Sur. Recuerdese que yo decia que la situaci6n dc
Santa Cruz del Sur, no era la misma situaci6n de los
derns pueblos afectados. Los supervivientes de San-
ta Cruz del Sur, no teniaii techo, ni suelo, eso lo he
repetido y es verdad, mientras que en los otros pue-
blos castigados por el cicl6n, no pasa eso. Yo esti-
maba que nosotros debiamos acudir en socorro pri-
meramente de aquellos que asi se eneontraban, ya que
no todos se encuentran en la misma situaci6n de abL
soluto desamparo.
SR. CASTELLANOS (MANUEL): En qu6 se diferen-
cian unos de otros ? En qu6 se diferencian los de
Santa Cruz del Sur, de los de Nuevitas, de los de Flo-
rida, de Gudimaro y de otro, muchos? Porque unos y
otros han perdido sus hijos y sus familiares, y en uno
y en otros lugares se han perdido tambien todas las
casas, y en unos y otros lugares se han quedado tam-
bien sin techos.
SR. RECIO (ENRIQUE) : Todos, como S. S., deseamos
el auxilio y el socorro de los damnificados por el ci-
cl6n, sin excepciones, en la forma mis eficaz y rApida;
que si bien es cierto que en Santa Cruz. del Sur se
produjo el meteoro en forma tal que destruy6 toda
la poblaci6n, tambi6n llev6 la miseria a otras regions
de la castigada provinciacamagiieyana, de otras pro-
vincias como Oriente y las Villas. Las desgracias de
Camajuaii hirieron nuestros sqntimientos. El Repro-
sentante que habla va a ocupar dentro de breves me-
ses el honroso cargo de Gobernador de esa provincia
camagiieyana. Sabedlo, me aterra contemplar la si-
tuaci6n en que ha quedado mi querida provincia, a
tal extreme que decia hace unos moments que esta
victoria electoral, estaba rematada por una corona de
espinas para mi; voy a gobernar en una provincia
desolada, a un pueblo menesteroso. Confio en que
esta CAmara continuark atenta a todo, ese desastre.
Asi es que a toda iniciativa de S. S., a toda in iciativa
de los compafieros habremos de sumarnos con f6 y
decision, devotamente resueltos a llevar el fiayor con-
curso, el mayor alivio a aquellos damnificados. Pero
refiriendome anteriormente, como lo hago ahora a los
antiguos vecinos del pueblo de Santa Cruz del Sur,
debo significar y reiterar que su situaci6in cs comple-
tamente distinta a la de los demAs damnificados. Los
que vivian en el pueblo de Santa Cruz del Sur, los
supervivientes, no pueden legalizar ni acreditar si-
quiera su condici6n civil; ni el dominion de sus pro-
piedades los veeinos de aquel tan extenso TUrmino
Municipal. Los otros damnificados pueden legalizar
sus propiedades, pueden acreditar su condici6n. Los
de Santa Cruz del Sur no tienen hogar, ni propieda-


. des. ni condici6n civil siquiera. Por eso es que esta
- ley 'd. emergencia va inmediatamente a resolver,
s en la forma que lo hacen sus autores, la situaci6n
1 exceptional que confrontan hoy los vecinos de Santa
s Cruz del Sur. La aprobaci6n de esta ley, no ata nues-
tras manes, ni cohibe nuestras iniciativas, para die-
tar otra que concurra al auxilio y al mejoramiento,
tambien necesarios, de las zonas castigadas por el
cicl6n en los demas lugares.
SB. CASTELLANOS (MANUEL) : Me felicitc de que
mis palabras hayan dado oportunidad de escuchar las
del senior Recio, quien desde luego para honor de
SCuba y con el ben'eplicito de toda la region cama-
giieyana dentro de poco va a ocupar el cargo de Go-
berniador de Camagiiey. Me felicito de que el senior
Itecio se haya sumado a toda iniciativa plausible a
favor de esa provincia, porque mi prop6sito era de lle-
Sgar a esa conclusion a que hemos llegado. La ley am-
para solanlente a los vecinos de Santa Cruz del Sur
y necesita el complement para amparar a todos los
otros damnificados de ]a provincia de C.,n i.-ii..', asi
como de la provincia de Las Villas por los efectos
del cicl6n.
SR. ToMil (MANUEL) : Sefor Presidente y sefnores
Representantes: Cumplo en esta tarde un penoso de-
ber, que en otras ocasiones me ha sido extraordinaria-
mente grato; pero tendr6 tambi6n, como en aquillas,
que levantar mi d6bil voz, m6s d6bil todavia en pre-
sencia del infortunio que nos abate y \i'i..i.:r mis
pobres, pobrisimos arguments como leader de la ma-
yoria en ausencia sensible del senior Urquiaga y como
Representante por la Provincia de Camagiiey, en fa-
vor del proyecto de ley procedente del Senado de la
Repfiblica. Y es penoso el deber, porque afn viven,
sefiores Representantes, estereotipados en mi mente
con vigorosas pinceladas, arraigados en mi alma, los
cuadros ieldescriptibles, inenarrables, de supremio do-
lor, de inextinguible amargura que hemos compartido
los legisladores que representamos en esta rama del
Congress Cubano a la heroic hoy y en lo adelante,
por el imperative del recuerdo, a la infortunada re-
gi6n camagiieyania, cuyo trdgico balance han contem-
plado nuestros ojos merced a la implacable fuerza
destructora del meteoro que la asolara, en cuyas ne-
gras alas vivieron nuestros comprovincianos, en horas
inolvidables que parecieron siglos, todo el horror de
una eterinidad, a trav6s de una acci6n devastadora, de
exterminio y de muerte...
Penoso, tambi6n, porque al intense dolor que expe-
rimenta mi region hay que sumar, solidarizandonos, al
que experimentan provincias hermanas que, como las
de Oriente y Santa Clara, han rendido asimismo su
tribute al luto, al dolor y a la deseperaci6n, las que
confrontan en estas horas de prueba, dafios materials
irreparables y sensibles p6rdidas de vidas.
He escuchado con verdadera atenci6n, como acos-
tumbro siempre, la palabra de suyo elocuente y real-
mente sugestiva de mi admirado compafiero el senior
Castellanos; pero a fuer de sincere, y en ello no
pesa como imperative el dolor que a mi alma contur-
ba, consider, con todo respeto lo sefialadd, 'que ha
sido injusto y exagerado, al hacer, con su vehe-
mencia acostumbrada, el juicio critic del proyecto de
ley que procedente del Senado debatimos en esta tar-
de. Sin perjuicio del studio, pobre como al fini mio,
que del mismo habr6 de hacer posteriormente, permi-








16 DIARIO DE sEshlNE.S DE LA CAMARA DE REPRESENTANTERS _


taseme afirmar sin jactancia, pero con absolute since-
ridad, que la representaci6n camagiieyana, y hasta
me atrevo a sefialar que a este criterio no es ajeno
la mayoria en esta (Camara, esti satisfecha de esa le-
gislaci6n que no es definitive ni puede aspirar a serlo
jams; pero que ciertamente, senior Castellanos, ofro-
ce y propicia un ligero bAlsamo en presencia de las
incontables e insospeehadas desdichas que afligen a
nuestra, provincia, siquiera se ie juzgue a manera del
tribute que Cuba adolorida rinde, a trav6s del poder
legislative, a la infortunada region camagiieyana.
Y se ha coricretado, ha mirado con preferencia la
legislaci6n que debatimos, bien lo afirmaba el senior
Castellanos, a un rinc6n de ella, a un sector de la pro-
vincia camagiieyana, a aquel en que estuviera empla-
zado el heroico y, por su heroicidad, en el pasado, his-
t6rico y floreciente pueblo de Santa Cruz del Sur,
que asi se Ilamara, senior Castelianos, porque de aque-
lla ciudad, ennoblecida por el perseverante trabajo
de sus habitantes, no existed el mAs insignificant ves-
tigio de vida, ahora s6lo reina alli la desolaci6n y la
muerte en lo que antes fueron confortables viviendas
y hogares santificados por la virtud y el trabajo.

Decia, y decia bien el sefior Recio, nuestro ilustre
compafiero, al afirmar que, para quienes resconocie-
rani la magnitude de la tragedia, pudiera sospecharse
en el pily.->-vt.. prdcedente del Senado de la Repfibli-
ca, que se establece un privilegio al amparar de ma-
nera preferente, en su dolor y en sus amarguras, a los
reducidos supervivientes del que fu6 progresista y fe-
liz pueblo de Santa Cruz del Sur; pero si es possible
de admitir, como se admite en el sonido, la gradaci6n
en el dolor, bendita sea la gradaci6n que aqui se es-
tablece, en la legislaci6n que debatimos, haciendo ob-
jeto de ese llamado o titulado ,'ivi'.1-,i., al pueblo de
Santa Cruz del Sur, porque han sido, compafieros, ex-
traordinarios los dafios que irreparables serAn sienm-
pre, en el orden material, producidos en las restantes
ciudades y pueblos de la provincial camagiieyana, pe-
ro en ningguna de ellas alcanz6'ia cifra aterradora que
en Santa Cruz del Sur; y afiadiendo a esos perjuieios
materials, siempre susceptibles de reparaci.6n por el
trabajo y el esfuerzo perseverante del hombre, los
irreparables, las p6rdidas de vidas que pasan de un
ochenta por ciento en la infortunada villa, que cable
repetir, ha sido privilegiada en el dolor ye eel senti-
miento, en dondo las lIgrima:; no serin bastantes a
borrar el duro e injusto agravio que infiriera la na-
tulraleza a quienes nobles, generosos y trabajadores,
se dieron en todo tiempo a la fecunda tarea de en-
grandecer la patria en el pasado, con su bendita con-
tribuci6n a favor de Cuba eselava; en el present, con
tenacidad inigualable, a la noble finalidd de conser-
varla y engrandecerla.
Nada hay, senores Representantes, comparable al
doloroso drama de Santa Cruz del Sur: rememorad
con el auxilio y con el acopio extraordinario de vues-
tra culture, ,que es inagotable, los hechos de mayor
trascendencia y de mins visible -i,-,lr Ii1..., que en
este oeden han ocurrido en el universe entero, y apre-
ciar6is como en ninguno do los tantos que han conmo-
vido la humanidad, con relaci6n a la densidad de po-
blacidn, pued.e ser comparado con ,ste que conturba,
aflige y estremece con mnits intensos caracteres la so-
Sciedad,eubana. Basta, para ...I ,1n i 11., asi, el ad-
vertir solamente que de mis de cuat.ro mil babitantes


que concede el reciente censor al pueblo de Santa Cruz
del Sur, a la inversa, senior Castellanos de como so
realizan siempre en estos dolorosos acontecimientos
las estadisticas de dafios y muertes ocurridas, por el
nfmero de los que perecen, la estadistica ha sido ne-
cesario realizarla por los que han resultado supervi-
vientes en la horrenda catAstrofe. Y en Camagiiey,
vienen ionviviendo y lo seguirAn mientras asi lo de-
seen, el el calor y en el carifio de los camagiieyanos
que olvidaron sus dafios materials, los que sin hogar,
sin abrigo y sin sustento, a mis de presenciar horro-
rizados la destrucci6n de sus propias viviendas, afron-
taron el mayor dolor afn de presenciar la muerte de
sus hijos, de sus esposas, de sus madres, de sus her-
manos, de sus amigos, impotentes de reaccionar con
sus escasas fuerzas contra las invencibles y avasalla-
doras de la naturaleza, que diab6licas, inhumanas, de-
jaron s61o contadisimos supervivientes a manera de
testigos que relataran todo el dolor y el sufrimiento
de aquel dia infortunado que eternamente vivird en
el fondo de sus pupilas.
No, sefiores Representantes, no es possible establecer
paralelo. Con toda sinceridad lo afirmo, s6 que con
ello no produzco el mas insignificant sentimiento a
los perjudicados de otros pueblos y de otras zonas Je
mi provincia; celebro, sin embargo, la clida y endr-
gica defense del senior Castellanos, por los infortuna-
dos de otras ciudades y pueblos de mi region, pero
no me preocupa el plano. de prefifencia que esa legis-
laci6n y mis palabras conceden, a los que fueron re-
sidentes y convivieron en el llamado pueblo de San-
ta Cruz del Sur, porque aliento el convencimiento de
que, respaldando el proyeeto de ley que se debate
estA el pensamiento y el criterio de todos los su-
pervivientes de esa region camagiieyana, que ol-
vidando sus propios dolores y sus p6rdidas mate-
riales, dan cabida preferente en sus corazones al do.-
lor y a las amarguras de los infelices habitantes de
Santa Cruz del Sur; y en ellos vive y se -;. ;r;tia dia
tras dia. el noble y piadoso prop.6sito de propiciar a
lo menos la reconstrucci6n hasta donde sea possible,
de la ciudad destruida, como una de sus nmas legiti-
mas y sentidas satisfacciones espirituales.
No se me oculta que la palabra, con ser vehiculo
conductor extraordinario para que el hombre trasmi-
ta a sus semejantes las impresiones de un aconteci-
miento dado, result palida y falta de colorido cuan-
do pretend delinear en sus exactas proporciones la
infausta e insospochada tragedia que represent en
dafios materials y en p6rdidas de vidas, la destruc-
ci6n del pueblo de Santa Cruz del Sur. .S61o el sen-
tido de la vista, la visit a aquellos lugares en dondo
s6lo reina al present en toda su plenitud el Dios del
exterminio y de la muerte, puede traducir a nuestras
e.onciencias el panorama exacto, fidelisimo, de lo que
alli tuviera luigar; porque sefiores Representantes, de
aqu6l pueblo feliz y laborioso s6lo se presencian, en
estos instantes, en vez de sus viviendas, montafias in-
formes de materials, y en una extension de mis do
cuatro kil6metros, el espectacalo pavoroso que lena
de espanto, de maderos en forma de cruz que indi-
can las inhumaciones realizadas o las cenizas indica-
tivas de que alli fueran incinerados montones de
cadaveres a los que el esfuerzo del hombre no pudo
dar cristiana sepultura; y dia tras dia, con regulari-
dad que asombra y que hace enmudecer los labios,
el especticulo de que aquel mar que agigantd sus







DIARIO DE SESIONES DE LA CAIARA DE REPRESIENDTANTES 17


olas y enardecido seg6 vidas y haciendas, arroje por
monentos y a instantes, victims y mis victims de
las ocasionadas, acusando siempre una proporci6n
aterradora en mujeres y nifios.
Con pobres, muy pobres pinceladas, este es el cua-
dro doloroso que han presenciado los que han visi-
tado el lugar en que estuvo emplazado Santa Cruz
del Sur; y ese seria, senior Castellanos, el que pre-
senciara S. S.: la desolaci6n por todas parties y la
sorpresa macabra, por instantes, que hiela el alma
de espanto, al encontrar cadiveres desgarrados, dan-
do f6 todavia, a los diez o doce dias de ocurrido, aquel
doloroso acontecimiento, de 16 que fu6 aquella terro-
rifica noche que result muy superior a lo que con-
cibiera la mente exaltada del Dante al redactar
la Divina Comedia.
Y si de aquella noche, sefiores Representantes, que-
'ris escuchar relates que conmueven prafurdamente
el alma y el espiritu, basta trasladarse .a Camagiiey
y visitar sus hospitals y Clinicas dei Estado y par-
ticulares, y las improvisadas en casas particulars
como la .del doctor Lamar Roura; figure hos-
pitalaria exceptional de nuestro medio, y las socie-
dades de instrucci6n y recreo que, paralizando sus
actividades sefialadas en los Reglamentos, se han de-
dicado a la humana tarea de tender a los desvali-
dos, victims del cicl6n. Asi conocer6is, en medio de
aquel grande desastre y de aquel drama intense, to-
do el sufrimiento que la naturaleza implacable hi-
zo victim a aquellos desgraciados; y s61o su t6trico
relato anegaran vuestros ojos con las benditas ligri-
mas del dolor. Alli estA, para corroborar mis pala-
bras y para confirmar que no axagero, el testimonio
insospechable de nuestro ilustre Presidente, el sefior
Guas InclAn, que visitara la zona devastada y que
recorri6 en uni6n del Honorable senior Presidente de
la Repfiblica, los hospitals de sangre organizados
en la provincia de Camagiiey.
Fu6 de tan grandes proporciones lo que alli ocu-
rriera, que en mis visits frecuentes a esas victims
del infortunio en sus lugares de recogimiento y asi-
lo en la ciudad de Camagiiey, en mAs de una ocasi6n,
al interrogarles acerca de la tragedia ocurrida, al
referirme el nfimero a veces extraordinario de fami-
liares perdidos, reflejaban en su relato una aparente
tranquilidad o indiferencia que s6lo es explicable en
un estado de desequilibrio o de demencia absoluta.
SAlh! Senior Castellanos, Camagiiey, la' ciudad y
muchos otros pueblos y ciudades de la provincia,
.como Florida, Esmeralda, Piedrecitas, C6spedes, Nue-
vitas,. etc., etc., han experimentado dafios materials
incalculables, dejando en la mayor, miseria y orfandad
a los poseedores de sus modestas viviendas, y en los
campos arrasando con ]a fuerza apocaliptica y ver-
tiginosa del aire, sus montes virgenes y sus extensos
y ricos cultivos. Eri Santa 'Clara, es bien conocido
de todos, una manga de viento asol6 al pueblo de
Camajuani, causando no s6lo p6rdidas materials,
sino tambi6n llevando el luto y el dolor con un ba-
lance trAgico de vidas que ocasionaron; pero seamos
sinceros y francos: todo eso palidece, todo eso es ti-
bio, todo eso es insignificant, con ser much, ante el
espectAculo horroroso y sorprendente que se contem-
pla en Santa Cruz del Sur, la victim predileeta del
destino; porque asi es, pedimos y pedimos insistente-
mente a nuestros compafieros que, rindiendo culto al


sentimiento y al dolor, se solidaricen con aquellos in-
fortunados en su inmenso dolor, y contribuyan con
sus votes a la realidad de ese proyecto de legisla-
ci6n que debatimos, que tiende en los dos sectors
que abarca, a la reconstrucci6n material del que fue-
ra floreeiente pueblo de Santa Cruz del Sur, a la
vez, tambi6n, a reconstruir, en lo que sea possible,
su vida ciudadana, amtparando los sagrados dereehos
de la familiar y de la propiedad.

La reconstrucci6n del pueblo de Santa Cruz .del Sur
constitute, como lo afirmaba en anteriores palabraa
mias, un deber, pero a la vez una satisfacci6n espiti-
tual para los que convivimos en la infortunada region
camagieyana. Santa Cruz del Sur, a mAs de consti-
tuir un conglomerado magnifico de ciudadania por
la cultural de sus hijos y por la perseverante funci6n
del trabajo de los que eran sus habitantes, razones
mAs que suficientes para merecer, como habrin de me-
reeer, en definitive, la protecci6n y el calor de toda
Cuba, aport6 una contribuci6n ejemplar, magnifica
en el pasado heroico y sublime de nuestra independen-
cia. Las piginas de nuestra historic, sefiores Repre-
sentantes, acusan en favor de Santa Cruz del Sur,
hoy destruido implacablemente, un pasado de patrio-
tismo brillante y enaltecedor que para si quisieran
los pueblos mis destacados del mundo, en las luehas
por su indeperideneia.
Para lograr esa reconstrucci6n, el Estado cubano,
merced al proyecto de legislaci6n que estudiamos, de-
berA de contribuir con la suma de eincuenta mil pe-
sos, cantidad que en si no result extraordinaria, pe-
ro que de acuerdo con nuestra situaci6n econ6mica
actual, en presencia de la penuria porque desdicha-
damente viene atravesando la Repiblica, hemos crei-
do, los Representantes por aquella provincial, que pu-
diera ser la suma fAeilmente disponible para tan no-
ble y levantada finalidad. Mucho mAs necesita San-
ta Cruz del Sur, y much mis pudiera haberse consig-
nado en el articulado del proyecto, en la parte que se
refiere a la contribuei6n econ6mica de la naci6n ou-
bana; pero. hemos preferido ser parcos, no exagerar
inconsultamente la cantidad que pueda facilitar nues-
tro erario pfiblico, y si conformarnos con una suma
que, aunque no corresponde a las proporciohes del
desastre, podrA ser fAcilmente obtenida sin dificulta-
des ni quebrantos de ningfin g6nero, para las graves
responsabilidades de orden econ6mico que confront
nuestra Repfiblica cubana.
.El otro aspect que caloriza el proyecto de ley pro-
cedente del Senado, no represent, en su cumplimien-
to, erogaci6n alguna para el Estado cubano, que sea
digna de consideracin' y aprecio. Se refiere a nor-
malizar, mediante la reconstrucci6n oportuna, a tra-
vys de medidas previsoras que se mantienen en sug
preceptos, todo lo relative a las relaciones de caraeter
juridico, con respect a los derechos de familiar y do
la propiedad.
El meteoro, implacable en' sus efectos, no s61o seg6
vidas y destruy6 haciendas; deshizo tambi6n o hizo
dcsaparecer, creando con ello grave perturbaci6n le-
gal, los archives de las oficinas puiblicas, pero muy
especialmente per su significada trascendencia, los
Registros del Estado Civil y de la Propiedad, que alli
funcionaban bajo la direcci6n eserupulosa de compe-
tentes y austeros funcion'arios pfiblicos.







18 DIAIRIO DE SESIONES DE LA (fMIARA DE REPl':>EENT',\NTES


El senior Guis Inclin y el que os habla en estos mo-
mentos, tuvieron el sefialado honor de que se les cou-
fiara la parte del proyecto en lo que se refiere a la
reconstrucci6n de ambos Registros: el del Estado Ci-
vil y el de la Propiedad, afrontando en cuanto al pri-
mero de ellos, a poco que nos dimos a la delicada ta-
rea de redactar y concebir las reforms apropiadas a
la reconstituei6n, el grave problema quo originaba el
hecho cierto acaecido de miles de muertes ocurridas
por los efectos del ras de mar y del cicl6n, que azot6
al pueblo de Santa Cruz del Sur; muertes que, salvo
contadas excepeiones, no pudieron ser certificadas en
la'forma legal que determinan nuestras leyes vigentes,
pero que efeetivamente resultaban haber sido victims
de aquella noche dantesca. De aplicar las disposicio-
nes vigentes, que recoge el C6digo Civil en su Capi-
tulo sobre ausencia y presunci6n de muerte, compren-
dimos tanto el senior Guas InclAn como yo, que el pro-
blema era insoluble, sefiores Representantes. Esperar
dos afios para la declaraci6n de ausencia, y treinta a
partir de vista para la presunci6n de muerte, era ofre-
cer, a nuestro modesto criteria, campo y oportunidad
a los que desdiehadamente por inclinaci6n de su moral
y de su conduct, tienden a bacer de estos dolorosos
y excepcionales acontecimientos que de tiempo en
tiempo afligen a la humanidad, campo propicio a sus
bastardas y miserables especulaciones. Porque es un
hecho cierto, sefiores Representantes, que en medio de
estos grandesdolores, en presencia de estas hecatom-
bes que la naturaleza con sus !eyes ocultas determine,
hay siempre hombres carentes de coraz6n y de con-
ciencia que sienten frente al dolor de los mis, el ansia
de especular y de enriquecerse. Y de aceptar los prc-
ceptos del C6digo Civil, de respetarlos en toda su in-
tegridad, tened la seguridad do ello, sefiores Represen-
tantes, muchos de los supervivientes, a mis de dolor
per la perdida de sus allegados, experimentarian ei
sentimiento y el justificado enojo de no poder ver
legalizada la situaci6n juridica de los bienes de sus
familiares fallecidos, ante la exigencia de un termino
que, como el de treinta afios, arrojaria sobre ellos una
vida de intense zozobra y de profundo malestar.
Por eso, abarcando a nuestro modesto criterio la
realidad de ese future, modificamos en el proyeeto de
legislaciones esos t6rminos, reduciendo s6lo a un anio
el tiempo necesario para que pueda declararse, le-
galmente, la presunei6n de muerte de aquellos qu :
fueron victims de las violencias del destino.
En cuanto a la reconstituci6n del Libro Diario eni
lo que respect a nacimientos. matrimonies y ciuda-
danias, preexistentes a la fecha de ocurrir la catAs-
trofe, hemos sefialado una series de normas, que no voy
a analizar porque se ofrecen claras y meridianas a la
simple lectura que de ellas se realize, las cuales, per-
miten que prontamente pueda quedar funcionando
con bastante normalidad este sector importantisimi
de las cindadanias que mira a uno de los dereechos mas
sacratisimos, como es el derecho de familiar.
Intencionadamente he querido dejar para este mo-
mento, en que voy terminando mis mal hilvanadas
frases en defense del proyeeto de legislaci6n, el hac.r
referencia a concepts emitidos, vehementemcnte man-
tenidos por el senior Castellanoa, mi ilustre compaier.,
desprovistos de toda raz6n, a mi juicio, sobre el lugar
en que deba en definitive proyectarse de nuevo el
emplazamiento del infortunado pueblo de Santa Cruz


del Sur; concepts que el prestigioso legislator hubo
de exteriorizar en una interrupci6n que le hiciera en
!os mementos en que agotaba un turno a favor del
proyecto que debatimos, mi compafiero de represen-
taci6n, el Comandante Enrique Recio Agiiero.
El senior Castellanos insistia, con la tenaiidad quo
le es caracteristica, en la conveniencia de que Santa
Cruz del Sur volviera a ser edificado en el mismo
lugar en que se asentaba el destruido por la fuerza
devastadora del meteoro, y razonaba su criterio ha-
eiendolo descansar en el hecho de que, tratindose de
un pueblo de pescadores, era s61o alli, inmediato al
mar, en donde resultaria proveehoso de acuerdo con
las actividades industriales de sus habitantes; sefia-
lando de paso el inconvenient que, de proyeetarse
como se dispone, a una distancia de 3 o 4 kil6metros
de las riberas, la realizaci6n de tal empefio repre-
.-entaria un manifiesto fracaso, a 1& vez iue seria
inhumane decia 61 el obligarlos a residir a una
distancia que dificultaba el desenvolvimiento del tra-
bajo a que habitualmente dedicaban sus actividades.
Es natural, yo tambi6n lo reconozco, sefiores Re-
presentantes, que el hombre obedeciendo a un impe-
rative categ6rico, que es ley fundamental para su pro-
pia subsistencia, se vincule y se asiente en el lugar en
que la riqueza le ofrece sus mis ficiles y mejores
oportunidades.
Resulta inexplicable, 16gicamente, que el hombre
so aleje en la constant lucha por la existencia, de
aquel lugar en la naturaleza'que, mas generosamente,
Je ofrece oportunidades para su subsistencia y la de
su familiar; que rehuya, vinculAndose a aquellas zonas
en done las dificultades lo atosigan y lo aeechan en
su bregar diario por mantener la vida para cumplir
los altos fines de oultura y dr progress Pero si esto
es (:erto, sefiores l eprc-entantes, no es mienois certo,
tambi6n, que frente al interns, a veces egoista del
liombre, hay que opener la alta funci6n tutelar que al
Estaini .iumbe. en el deber moral en que estd de
sustraer al individuo y a su familiar de los peligros y
penalidades a que pueda estar expuesto, por lo menos
el Estado, y tal es el prop6sito en el proyecto de legis-
laci6n (ya que en el mismo no existed una prohibici6n
radical) ; debe salvar su responsabilidad, y con el Es-
tado debemos salvarla los que en esta Cdmara, ccno-
eiend, ja topografia del territorio en que estuvo em-
plazado el pueblo de Santa Cruz del iStr, mantene-
mos el l'I.ico y justificado temor de quo bien pudie-
ran tender reiteracidn para un future los aconteci-
mientos sensibles y dolorosos que conturban y llenan
de sentimiento a la sociedad cubana. Y no es, como
afirmara el senior Castellanos, que a Santa Cruz del
Sur, pret6ndase emfplazarlo a lugar muy distant de
aquel en que lo estuviera en el moment de experi-
merntar su infortunio; se trata de una extension que
no alcanzard a 4 kil6metros, pero donde a la vez quo
no sufrird obstaculo ni impedimento alguno el ejer-
cicio de la industrial de mar en los que a ella se de.
lican, la vida y hacienda de sus habitantes estarA bien
resguardada a dolorosos y nuevos aeontecimientos que
bien pudieran acontecer. Es mis, aconseja esta me-
dida, apart del principio de humanidad que la in-
rorma, una realidad que no ha querido reccnocer el
soefior Castellanos. Santa Cruz del Sur, sefiores Re-
presentantes, tenia en un sector de sus oeupaciones
como medio de subsistencia y enriqueeimiento, las ac-








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE tREPRESENTTANTES 19


tividades multiples en la indiistria del mar, pero a!
propio tiempo otros sectors mis respetables calori-
zaban su subsistencia al amparo de otras industries,
como la de la madera y la pecuaria, en proporci6n
much mis respectable y mis apreeiable que la pes-
quera. Sin embargo de esto, y con ello se evidencia
lo inatinente en el ejemplo del senior Castellanos, de
los pueblos cercanos al Vesubio, que 61 citara erigi6n-
dolo como argument el mis formidable de su ale-
gato; el proyecto de legislaci6n,-procedente del Sena-
do de la Repfiblica no prohibe 'terminantemente ]as
construcciones dentro de la zona maritima terrestre,
o sea, el lugar en donde estaba emplazado el pueblo
de Santa Cruz del Sur; y para convencerse de ello
1 alo bien el senior Castellanos.


y la ocupaci6n de la pesea. Yo me atrevo a asegurar
a su sefioria, y a la Camara que ya, desde hey, se estin
fabricando modestas casas de vivienda para esos pes-
cadores, en la propia playa de Santa Cruz del Sur;
y que nuestro Ejecutivo ha donado para esos pescado-
res, con admirable generosidad, los aperos necesarioa
para la pesca, en mejores condiciones que Jos tuvie-
ron anteriormente; asi les da facilidades para que so
busquen la vida. Y hay ya pescadores en Santa Cruz
del Sur, en Playa Boniato, barrio de pescadores en la
desaparecida Santa Cruz del Sur.
SR. CASTELLANOS (MANUEL): Qu6 hacen alli?
SR. RECO (ENRIQUE) : La prohibici6n no es taii ex-
tensa como la interpret su sefioria.


SR. CASTELLANOS (MANUEL): Voy a leerlo (lo lee). S. CASTELLANOS (MANUEL) : Ello est6 claro.


.S. TOMf (MANUEL) : Yo estoy combatiendo el ar-
gumento que esgrimia S. S., en el que consideraba
censurable o por lo menos gravoso para el future, que
los hombres que ganaban su subsistencia en el mar,
por muches, afios generoso, y hoy inclemente, se les
quitara el pedazo de riqueza con que obtenian su sus-
tento; y a ese efecto el senior Castellanos aspiraba a
impresionar la Camara en el sentido de que creyera
que el trabajador en ]a industrial del mar, no podia
tener nada con'struido cerca del mismo, en que conser-
var sus aperos de labor y de trabajo.
Y ya lo han oido los sefiores Representantes: todo
lo que se refiera a estimular y engrandecer la indus-
tria maritima, es permitido dentro de esa zona mari-
tima terrestre. Quiere decir, el precepto, que el pes-
cador que libra con su modesto barco la subsistencia,
que tendra su casa definitive, su hogar permanent
fuera de las sorpresas del mar, podri al propio tiem-
po contruir dentro de la zona prohibida, aunque de-
diecndola come en rigor debe ser, al mis fcil y c6-
modo desenvolvimiento de esa propia industrial a la
que dedica sus actividades.
Sn. CASTELLANOS (MANUEL) : I Qu6 derecho hay pa-
ra que al pescador se le haga caminar tres kil6metros
de distancia desde el mar, despu6s de rendida su la-
bor, per la noche ? Qu6 derecho hay a hacerlo com-
prar otro solar para que tenga dos casas: una para
los articulos de pescar y la otra para vivienda, enI un
lugar distant del mar ? 6 QuB derecho hay, dentro de
la Constituci6n de la Repfiblica, para prohibirle a
ese pescador que 61 viva al lade del mar? Porque.
franeamente, y teniendo un dia extraordinaria-
mente feliz el senior Tomb, por lo cual yo lo felicito
sinceramente, uno de los dias en que mejor se ha prc-
ducido en esta Chmara en esa part de la incons-
titucionalidad de la Ley, no veo el motive para obli-
gar a ese hombre a tener dos viviendas.
Sn. RECIO (ENRIQUE) : Pido la palabra.
Sn. PRESIDENT (GUAks INCLAN) : Tiene la palabra
su sefioria.
Sn. RECIO (ENRIQUE) : Permitame una aiolaraci6n,
el senior Castellanos: Entiendo que el senior Castella-
nos, .que con celo plausible viene estudiando este asun-
to, no interpreta justamente la prohibici6n a que se
refiere dicho proyecto. El pescador y su familiar, pues
la familiar del pescador es a'uxiliar del propio pesea-
dor en sus faenas de pesca, pueden' residir junto al
mar, dentro del agua, si fuere precise; ese es el arte


SR. RECIO (ENRIQUE): No estA claro. El propio
desarrollo de la pesca reclama que el pescador y sus
hijos, sus auxiliaries eni general, est6n cerca de la pla-
ya, durante la noche, antes del alba, a la hora nece-
saria para iniciar sus trabajos; y deben vivir alli,
come viven todos los pescadores cerca de la playa.


.SR. CASTELLANOS (MANUEL) :
dice la ley, sine precisamente
prohibe construir toda vivienda


Pero eso no es lo que
lo contrario; que se
cerca de la playa.


Sn. RECIO (ENRIQUE) : Pero aunque no se diga, de-
be entenderse asi, cuando exceptfa a los que se dedi-
quen a la pesca o industries del mar.
Sn. CASTELLANOS (MANUEL) : No puede interpre-
tarse asi en esa forma.
SR. RECIO (ENRIQUE) : Pero esos peseadores, e3os
industrials del mar, 1o mismo los que trabajan en la
pesca que los que se dedican a cualquiera otra ocupa-
ci6n de los barcos, estivas, etc., tienen su residencia
permanent y fija, tienen un hogar en un iugar se-
guro lejos de la costa. Los avios necesarios para sus
labores de pesca, necesitan tenerlos cerca de la playa.
Yo puedo asegurar a su seioria que aunjuie inter-
prete la ley en la forma que quiere presentarla a la
Camara, no tiene toda la extension que su seiioria
quiere darle.
Sn. CASTELLANOS (MANUEL) : Perdone el senior Re-
cio: esto no tiene mas que una interpretaci6n, que es
La literal. Lo que dice la ley, no es que yo quiera
interpretarlo. Mis doce afos de ejercicio de la pro-
fesi6n de abogado, mis doce aflos de abogado fiscal
de la Audiencia, algunos mas que el senior Recio,
aplicando e interpretando la ley, no me permiten
hacer esta interpretaci6n.
.SR. RECIO (ENRIQUE) Yo tambi6n estuve estudian.
do, pero tuve que suspender mis studios, porque
mis impetus revolucionarios me llevaron al campo de
la revoluci6n para contribuir a conquistar la inde-
pendencia de Cuba.
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : El precepto, literal-
mente dice que seran prohibidas las construcciones
en ln radio de mil quinientos metros. .Si su sefioria
entiende que a pesar del precepto terminate de la
ley se pueden hacer construcciones para los pescado-
res junto a la playa, quedarh incumplida la ley, do
donde result que nosotros estamos haciendo de una
ecgislaci6n que no le import nada a los veeinos de








20 D.


Santa Cruz del Sur, porque no la dumplirin; y yo
entiendo que las leyes se dictan para su obligatorio
eumplimiento, nosotros no debemos aprobar una le-
gislaci6n que prohiba toda construcci6n cerca de la
playa, cuando ese precepto va a ser burlado.
El articulo primero determine que el pueblo de
Santa Cruz del Sur no se levante mks en el lugar
donde ha sufrido los efeetos del cicl6n', en'donde ha
sido barrido por el mismo. Tan es asi que en el precep-
to se consigna que por el Ejecutivo se procederA a reli-
zar los trabajos necesarios, dentro de los linrites del
munieipio, para escoger el lugar adecuado, de mane-
ra que en el primer articulo, complement al segundo,
y se dice que el Presidente de la Repfiblica es quieu
tiene que decir d6nde se debe levantar el pueblo. Esto
es lo que dice, no lo que yo interpreto; asi lo ha de
interpreter todo aquel que aplique esta ley.
SR. RECIO (ENRIQUE) : Yo, desde luego, quiero que
sepan su sefioria y la Camara que no soy author del
proyecto de ley. .Conozco s6o1 en' part lo que va
a conocer su sefioria, y de lo que esta convencida la
Camara; pero si conozco el espiritu que inspirO ese pro-
yecto, pues tuve que intervenir en el acuerdo que de-
termin6 su necesidad. Asi es que conozco su esencia
y su finalidad practice. No obstante eso, no inter-
vendria en su discusi6ni aqui, si fuera a medir la gran
cultural juridica, que yo con gusto y paladinamente
reconozco en el crior Castellanos, asi como su larga
experiencia en la interpretaci6n de las leyes, por el
servicio de magistraturas que ha honrado; y menos
ain si esas circunstancias se adujeran; eso me abru-
maria y me ocurriria lo que me ha ocurrido, cuando
en mis relaciones generals con algfin millonario ha
puesto el peso de sus millones en sus razonamientos...
SR. CASTELLANOS (MANUEL): Perd6nieme, senior
Recio; yo nunca quiero que los problems se planteen
en el terreno de diseutir o debatir entire apreciaciones
de un compafiero y las mias. Yo, defendi6ndome de
un cargo de interpretaei6n que me hacia su sefioria,
cargo que podia considerarse como indebido, me de-
fendia alegando...
SR. RECIo (ENRIQUE) : Yo me referia al concept
de la vivienda: Entendia por vivienda la que tiene
un cargeter definitive. Su sefioria decia que no se
habia agregado esa palabra definitivea". Para mi la
vivienda en si es el hogar; el lugar donde se reside
permanentemente, donde se vive; no puede reputarse
vivienda el bote de un peseador y sin embargo alli 61
duerme, alli va parte de su familiar a trabajar. No
creo, por tanto, que eso sea la vivienda definitive, muy
lejos de ello. No creo tampoeo, senior Castellanos,
que la.vivien'da del peseador es la casa que 61 tiene a
orillas de la playa donde e1 descansa, arregla sus ape-
ros, etc., etc, por much que sea el tiempo que alli
permanezca, cuando tiene otra casa resguardada en
firme. Entiendo por vivienda el lugar done defini-
tivamente reside con su familiar.
SR. TOMk (MANUEL) : Despues de agradeeer el alen-
tador descan'so que me proporeionara el sefior Re-
cio con su interrupci6n, quiero de mi parte, exterio-
rizar algunos razonamientos al senior Castellanos, ro-
g~ndole no interpreted como una agresojn en cuadrilla
o por lo menos en mas de uno, el hecho de que yo
contest tambi6n a sus razonamientos, pues no resisto
el deseo de concretarle afin mas, si alcanzo tal suerte,


la forma y manera como viene coneebido el proyecto
de ley procedente del Senado, que a mi criterio, al
propio tiempo que ampara la vida de los reducidos
habitalites que como supervivientes quedan del ex-
tinguido pueblo de Santa Cruz del Sur, presta al pro-
pio tiempo todo su calor y todo su auxilio al mas efi-
caz desenvolvimiento de aquellos que se dedican a la
industrial del mar.

Yo quiero aceptar que, en principio, la interpreta-
ci6n que daba al precepto el senior Castellanos, sea la
adecuada. Pues bien, a juicio del que tiene el honor
de informer a la Cimara, con el precepto se satisfa-
cen ambas aspiraciones: la garantia de un refugio
seguro contra nuevas alternatives, y los necesarios
medios de vida en el literal para que se desenvuelva
la industrial de esos hombres de mar. Es mas, me
atrevo a recorder al senior Castellanos un argument
que no admite discusi6n, que es fundamental, el de
mas consistencia; algo que 61 conoce perfectamente,
porque nadie como 61 en esta. Camara ha sabido aden-
trarse mds en el coraz6n y en el carifio de los hombres
de mar. El ha sido aqui, podemos declararlo, aunque
hiriendo quizis su exagerada modestia, su mis ga-
Ilardo defensor en cuantas leyes se han votado en el
Congress, especialmente en esta Camara, sin excluir,
por con'siguiente, leyes tutelares y de protecci6n a los
elements que laboran en la industrial del mar. Sabe,
el sefior Castellanos, porque aqui radica, en la Capi-
tal, que el mar es uno de los limits de la ciudad de
La Habana, y que aqui existen pescadores tambi6n,
que tienen sus modestos botes y sus implementos, aun-
que modestos, para dedicarse durante la noche, muy
cerca del literal a la industrial de la pesca. Pues
bien, no conozco una sola construction en el literal.
ni siquiera para guarecer sus botes y sus utensilios
de mar, siquiera en los mementos en que aqu61, enar-
decido, encrespa sus olas y salta sobre los muros. Es
mas, conozco estibadores que tienen a diario que ren-
dir una larga jornada para salvar las distancias que
median entire los muelles y los que son hogares per-
manentes para ellos y sus families, y sin embargo, a
nadie se le ha ocurrido votar una legislaci6n autori-
zandolos a hacer construcciones en el litoral de esta
Capital de la Repiblica, para favorecer el desenvol.
vimiento de la industrial a que dedican sus activida-
des.
En lo que respeeta al problema de inconstitucionali-
dad que tambi6n sefialaba el senior Castellanos, que
pueda determinar la prohibici6n contenida en el pro-
yecto de legislaci6n, no es cosa tampoeo que me preo-
cupa ni razonablemente debe preocupar a los restan-
tes sefiores Representantes.
Santa Cruz del Sur, sefiores Representantes, por
tolerancia, bien puedo afirmarlo, estaba edificado so-
bre terrenos conceptuados como perteneeientes a ]a
zona maritimo-terrestre, de ese litoral. Para habitar eso
terreno, que jamis, en ningfin moment, pudo pasar a
ser propiedad de particulares, pues pertenecia al Es-
tado; se necesii6 de una ley del Congreso cubano, a
iniiciativas del que fu6 prestigioso congresista por la
region camagiieyana, senior Aurelio Alvarez de la
Vega, que mis tarde honrara al Senado, ocupando la
Prsidencia de aquel alto Cuerpo Colegislador. Me-
,iante esa ley, el Estado- cedia a favor del Municipio
de Santa Cruz del Sur los terrenos en que estaba edi-
ficado el pueblo; pero no solucionaba aquella legis-


DIARIOz DE SE SIONES DE LA CWIARAtS DE REPRESENTIA~T~ NTES1


20







DIARIO DE SESIONES DE LA COMARA DE REPRESENT'ANTES- 21
t~~ ii,,,1: / i i


laci(n el problema de c6mo pasaria a su vez debida-
mente parcelados esos propios terrenos del Municipio
,a los particilares que los poseian; hubo necesidad de
votar una Ley complementaria, cuya ejecuci;n, a la
fecha en que los dolorosos acontecimientos tuvieron
lugar, 'io habia sido observada en su totalidad.

Lo que era, por tanto, una tolh.'racia d(Ji Estado
cubano, a mi juicio y a mi eriterio no pueden deter-
miniar dereeho, que puedan estimarse des~cnocidos o
conIuicados, y jistificar, par tanto, una declaraci6n
de inconstitueionalidad, como lo estimaba con err6nea
apreciaci6n el senior Castellanos. Y, sin embargo, a
cambio de lo que era solamente una aspiraci6n o una
promesa, con relaci6n a las tierras o solares de que
eran poseedores, mediante el proyeeto de ley proce-
dente del Senado se le ofrece y recibirAn un pedazo
de tierra sobre el cual el derecho de propiedad sera
cosa efectiva en favor de los que alli edifiquen con la
cooperaei6n y el auxilio del Estado. cubano, y de los
que generosamente han respondido con su peculio pri-
vado a hacer possible la reconstrucci6n del pueblo de
Santa *Cruz del Sutr.

Ha. sido tanta la proteccioin dada a los damnifica-
dos, tan generoso, y tan fecundo el sentimiento de la
piedad en el coraz6n de los cubanos, que Camagiieyf
sin afri recibir el auxilio official, del Estado cubano,
ha podido, merced a la iniciativa privada estimulada
por el dolor y por 6rganos de publicidad tan respe-
tables come el Diario de la Marina, El Pais, El Mun-
do, muy excepcionalmenrte El Camnagiieyano y otros
diaries y revistas, atenuar el dolor de sus hijos, la
amargura de sus habitantes, originados por las fuer-
zas destructoras del meteoro; y en cuanto a Santa
Cruz del Sur, para esos hombres de mar que todo lo
perdieron por la furia de las olas deseneadenadas, el
Honorable Primer Magistrado de la Naci6n los ha
prbvisto de los implementos necesarios y ha iniiciado,
alli donde el senior Castellanos cree no estar permitido,
la construcei6n de varias viviendas destinadas a la
protecei6n de esa industrial, permitiendo asi que -con-
tinfle realizando su labor siquiera a obtener los medios
necesarios a su permaneneia en aquel lugar en donde,
vieran destruidos en dia aciago de triste-recordaciSn,
el esfuerzo acumulado de muchos afios y la desapari-
oi6n de sus series mas queridos.

Con estos razonamientos, sefores Represenitantes,
y sin afiadir palabra mis alguna, ereo haber contri-
buido a evidenciar la convenieneia de que por la Ca-
mara se apruebe el proyeeto de ley procedenfe del
Senado, creyendo sinceramente que el mismo, sin dar
soluci6n total y radical, lo que no era possible a las
i-,:.,-il;a1.~s sentidas de Santa Cruz del Sur, ofrece
sin embargo un apreciable alivio a sus dolores y a sus
cruentas amarguras. ,Yo pido a la CAmara, como Re-
presentante de la region camagiieyana, y mis prefe-
rentemente, si se quiere, como .Ttprr-.init-mt de mfl
Patria, que le impartais la aprobaci6n al proyeeto de
legislaci6n que debatimos, pues con ello habremos de
evidenciar una vez mAs que siempre que ha habido el
grito de angustia y de dolor en cualquier sensible
acontecimiento en nuestro pais, hemos sabido, pese a
nuestros detractors, que injustos, nos ;,i, ,lk como
indiferentes y ajenos al dolor, que la Camar'a de Re-
presentantes en esta noche brinda una vez mas an
modesto concurso y rinde su tribute, ,...lidarizai a con


el sentimiento qukaa tu.d Cuba embarga en prir.soicia
de las infelices victims de Santa Cruz del Sur.

SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN) : Se pom i a vota-
ci6n la' totalidad.
Aprobada.
Se va a dar lectura al articulo prime o.
(El official de actas lo lee).
SR. PRESIDENT (GuAs INCLAN') : A dis:.isi6ti.
(.'it'n i od ). .' ... .
A votaci6n.
Aprobado. Con el voto en contra del senior Caste-
llanos.
Se va a dar lectura al articulo segundo.
(El official de actas lo lee). '
'SR. PEESIDENTE (GuAS TNCILAN) : A di.wsiuin.


A votaci6n.
Aprobado. Con el voto en contra del .rie:r Caste-
Ilanos.
Se va a dar lectura al articulo tereero.
(El official de actas lo lee).
SR. PRESIDENT (GUIS INCIAN): A discusi6n.

SR. CASTELLANOS (MANUEL) : Yo eo'isid,1'ro absolu-
tamente infitil el articulo, porque las ordienauzaiL de
construceciones ya asi lo exigen ldowi arteuraI;. El ar-
ticulo huelga; es absolutamente I.al:ldi, el piecLpto.
SR. PRESIDENT (Guls INCLIN): A votaei6n.
Aprobado. Con el voto en contra del senior Caste-
llarios.
Se va a dar lecture al articulo cuarto.
(El official de actas lo' lee).
SR. PRESIDENT (GuIsS INCLAN): A dkiseu-iu.
S. 'CASTELLANOS (MANUEL): Tambi6n lo c.vnsid-.
ro infitil. El articulo dice: "Se construira, a ser po-
sible". Es natural. Huelga tambien, por consigniiinte,
SR. PRESIDENT (GUiS INCL.N) : A votaei6n,
Aprobado. Con el voto en contra lel senior Caste-'
lanos.
Se va a dar lectura al artii.ilo quinto.
(El official de actas lo, lee).
'SB. PRESIDENT .(GuiS INCL'\NT: A liA i6Ci'n.
,SR. CASTELLANOS (MANUEL): Todos lujs pl)eblos tie-
n'en eso; no es necesario qIue se diga. El precepto
huelga tambi6n.
SR. PRESIDENT (GUIS INCLAN)': A votaci6n.
Aprobado. Conel voto en contra del si-lor Caste-
llanos.
Se va a dar lectura al ariiculo sexto.







22 rlav.T10 DL E INE DE LAk ('A ARA DE flEPIk.EsE:1-NTAN'rE.s


(7'.1 ,i f, id, de ~,' /1 lo lee).
S. Pi:i..- rii'.N i ii N LA T iLN) : A diseusi6n.
SR. CASTELLAN .. i A.\NTr'.LI : Santa Cruz del Sur-
ya lo hain dicho I, i-jl'Uiii.l'.- eompafieros-esta en
un 11-:..r lii.. 1ajo; y ., i ... s I,..sll si l-t.i. en un lugar
bajo, -l.il-.ll:,:- r un 01..-r.i.t.r, if-, pol rll .i,- es un luga-r
inadecuado Il.ind.l no, se liiIedI observer nada.
SR. ToML (MANUEL) : Pero es que todos los Obser-
vatorios se haeen sobxe torres elevadas, y paraeso hay
hombres que ....fr-,:ii. de iantenauo, el sacrificio de
sus vidas.
SR. CASTELLANOS (M\.NUIEL): Pero eso lo dice la
ley ?
SR. Tomi (MANUEL): Eso no lo puede decir la ley.
SR. PRESIDENT (GuAs INCLAN) : A votaci6n.
A pr'li'tad. Con el voto en contra del senior Caste-
Sllanos.
Se va a dar le.trl.na al articulo s6ptimo.
(El official de actas lo lee).
Sn. Pr.-isDL-.NTr (GUA- INCLtN): A disecusi6o.
(Sil wno.
A \'iotncin.
Api',:,l1,:,,,. Con el voto en contra del senior Cas-
tellan ois.
S. va a dar lecture al articulo octavo.
(El iifi, ;ii de actas lo lee).
SR. PRESIDENT (GUAS INCLiN') A dikeuiLi6n'.
S(Si ., io).
A votaei6n.


Se va a dar lectura al articulo noveno.
(El ,'fi, ;ii.i1 d1 las lo lee).
SR. PRESIDENT (GuAs INCLAN): A discusi6n.
(Si, in ,, .
A votaci6n.
Aprobado.
'Se va a dar leetura al articulo d6cimo.
(El official de actas lo lee).
SR. PRESIDENT (GuAs INCLN) : A discusi6n.
(Silrn, o ,.
A votaci6n.
Aprobado.
Se va a dar lectura al articulo und6cimo.
(El official de actas lo lee).
SR. PRESIDENT (GuIS INCLIN): A discusi6n.

A votacin..
A votaci6n.


Aprobado.
Se va a dar lectura al articulo duod6cimo.
(El official de actas lo lee).
SR. PRESIDENT (GuIs INCLAN): Se pone a discn-
sion.
I Sil i'j ,i
A xaoncleiti].
Aprobado.
Se va a dar lectura a una enmienda adicional del
i'.r Ca';- h-lali ,, al nartictlU duod6cimo.
(El official de actas lee):
Se concede un cr6dito de cien mil pesos, que se to-
mara de los fondos del Tesoro Nacional no afectos a
otras (l.li,-ar:i.i.~.-, para ate:ider a losdamnificacdosa
por el .i.-1..'. i la tromba que azotara filtimamente
la i,.,iin Oriental de la Isla. Dicho cr6dito se apli-
card por el Ejecutivo Nacion'al, en la forma en que
invierte 1,.l 1;i- ea'ntidades I.l.s.tiinadas a igual fina-
lidad en los dem6s lugares de la Isla,'afectados por
el cicl6n.
Esta ley regird desde su publicaci6n en ]a Gaceta
Official de la Repdblica.
Manuel Castellanos.
SR. PRESIDENT (GuAS INCLiTN): 'Se pone a diseu-
si6n.
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : Pido la palabra, para
solicitar de la Camara que, caso. de ser aprobada mi
enmienda, pase como proyecto de ley apart(.
SR. PRESIDENT (GuiS INCLIN) : Se pone a vota-
ci6n la enmienda del senior Castellanos, bien entendi-
do que, caso de ser aprobada, figurara como pro-
yecto de ley aparte.
Los que est6n conformes servir.in ponerse de pie,
(La mayoria de los senores RP'prtscnlantcs se pone
de pie).


SR. CASTELLANOS (MANUEL): Pido a la COmara
acuerde que pase inmediatamente al Senado.
SR. PRESIDENT (GuAS INCLIN): jEstd de acuerdo
la Cmiiira.i en lo propuesto por el senior Castellanos?
(Seiales afirmativas).
Aprobado.
Se va a dar lecture al arltcauo d6eimo te.cero.
(El official de a'ctas lo lee).
SR. PRESIDENT (GUAs INCLAN): Se pone a discu-
(i.n. ,
( Sil' nc'o).
A votaci6n.
Aprobado.
Se va a dar leetura al articulo decimo cuarto.
(El official de actas lo lee).







DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 23


SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Se pone a discu-
si6n.
(Silencio).
A votaci6n.
Aprobado.
Se va a dar lectura al articulo dccimo quinto.
(El official de actas lo lee).
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Se pone a discu-


osin.
(Silencvo).
A votaci6n.
Aprobado.
Se va a dar lectura al articulo d6cimo sexto.
(El official de actas lo lee).
SR. PRESIDENT (GuXs INCLAN) : Se pone a
si6n.


discn-


(Silencio).
A votaci6n.
Aprobado.
Se va a dar lectura al articulo deeimo s6ptimo.
(El official de actas lo lee).
'S. CASTELLANOS (MANUEL) : Ese otro articulo
huelga. Es un articulo del Registro Civil.
SR. PRESIDENT (GuIS INCLAN) : Se pone a discn-
si6n.
(Silencio).
A votaci6n.
Aprobado. Con el voto en contra del sefor Caste-
llanos.
Se va a dar lectura al articulo d6cimo octavo.
(El official de actas lo lee).
-SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Se pone a discu-
si6n.
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : Segfin dice este ar-
ticulo, parece que vamos a variar la forma hasta aho-
ra empleada; parece que se pretend crear una forma'
,nueva, forma que yo estimo innecesaria.
SR. TOME (MANUEL): Es que el edificio donde es-
taba instalado el Juzgado fu6 barrido tambitn, y aho-
ra se esti estudiando este asunto para ver si se pue;ie
llevar a ,cualquier otro lugar, pudiendo instalarse en
Francisco o en cualquier otro pueblo cercano.

SR. PRESIDENT (GuAs INCL.N): Se pone a vota-
ci6n tal como esta redactado.
Los que esteif conformes se serviran ponerse de pi,
(La mayoria de los sefiores Representantes asi lo
hace).
Aprobado.
Se va a dar lectura al articulo diez y nueve.


(El official de actas lo lee).
SR. CASTELLANOS (MANUE) : Pido ia palabra.
SR. PRESIDENT (GuAs INCLN) : Tiene la palabra
el senior Castellanos.
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : El Registrador de la
Propiedad tiene unos honorarios asignados. Desde
luego, no se se van a cobrar inseripciones menores de
$500.00; pero consider que es romper la hermenru-
tica juridica de esa ley, crear un fun'ioinar;o con un
sueldo de $150.00 distiito a todos los demis. Esto
me parece una cosa ,extrafia. No conozco al Regist ra-
dor, no s6 el alcance que tiene, pero co usideru que csto
no debe establecerse.
SR. RECIO (ENRIQUE) : Conozco la raz6n que hubo
para establecer esta subvenci6n. Como que' en ese
proyecto se quitan los arbitrios a las inscripcione.-
menores de $500.00, y el Registrador va a realizar
trabajos especiales y no tiene de qu6 vivir, debiendo
proveerse de todo desde la casa y los libros hasta los
empleados, asi como el ianteniiuiento de la ot'iina;
durante un ailo, se le asigna una cionu.-gin,i6ii do
$150.00 mensuales. Esto es lo que se me ex\!iiS.
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : Pero es que en los
libros del Registro no puede hacer inscripciones mds
que el Registrador....
SR. PRESIDENT (GuAs INCLAN): Se pone a vota-
ci6n.
(Silencio).
Aprobado.
Con el voto en contra del senior Castellanos.
Se va a dar lectura al articulo veintiuno.
(El official de actas lo lee).
Sn. PRESIDENTE (Guls INCLAN): Se pone a discu-
si6n.
(Silencio).
A votaci6n.
Aprobado.
Con el voto en contra del senor Castellanos.
Se va a dar lectura al articulo veintidos.
(El official de actas lo lee).
SR. PRESIDENT (GuAs INCLAN): Se pone a discu-
si6n.


A votaci6n.
Aprobado.
Con el voto en contra del senior Castellanos.
Se va a dar lectura al articulo veintitr6s.
(El official de actas lo lee).
Sn. PRESIDENT (GuAs INCLAN) : Se pone a discu-
si6n.
(Silencio).
A votaci6n.







24 DIARIO DE SESIONES DE LA A IARA DE R.EPRIESENT'AN E.S


Aprobado.
Con el voto en contra del s~?fir Castellanos.
"Se va a ..lar leetura al articul t veinticuatro.
(El official de actas to lee).
SR. PREQIDENTE (GuAs INCLAN) : Se pone a discu-
si6n.


(Silc-nrio).
A vW'taci6in.
Aprobado.'
(Con el voto en contra del .'lr, Ca('.'tellaiiui.
Se va a dar lectura al articulo veinticinco.
(El official (d af t's lto lee).
SB. PRESIDENT (ONli,- INCLAN)': Se pone a
SIOI .


diseu-


(Silencio).
S A votaciCn.
Aprobado.
Con el votq en contra del sefor, Oastellanos.
Se ya a dar l-,vtu ra al articulo veintiseis.
(El official de (acta., lt l ').
SR. PRESIDENT (OCGT' INCIXN): Se pone a discu-
sein..
(Silemnio).
A votaci6n.
Aprobado.
Con el voto en contra del senior Castellanos.
Se va a dar lectura al articulo intLti;iete
(El tofic'il ,d atas to lee).
Sn. PRESIDENTE (GI ,.1 TNCLAt.) : Se plionl a discu-
si' b'u. .i ,

A votaci6n.
Al prola,1,.
' Cnoun el voto en contra del senior C'st-llail.-
Se va a dar lectura al articul veiintiocho.
(El oficial de.acts l lee).
SR. PR.-iIDEN'TE (GuAis IN.'LAN) : Se pone a discu-
si6n .


A votaci6n.
Aprobado.
Con el voto en contra del senior Castellanos.
Se va a dar lectuira al articulo veintinueve.
(El nficial de acts to lee).
SR. Pl':i.-ii,.N'i ; (GuAs INCLAN) : Se pone a discu-
si6in.


.(Silencio),. '
'A votaci6n.
Aprobado.
('.,i el voto en contra del senior Castellanos.
Se va a dar lectura al articulo treinta.
(El official de actas to lee),
SR. PRESIDENT (GUA INCLIN): A discusi6n.
(,ibh io -
A votaci6ni.
A.\lAr"IaJL. Con el voto en contra del senior Caste-
lanos.
Se va a dar lectura al articulo treinta -y uno.
(El official de actas to lee).
SR. PRESIDENT '(GUAS INCLAN) : Se pone a discu-
si6n ,
. SR. I'.fELiL.AN- l I.\Si, i.:Esta es una de las ma-
terias que con mas diAl-niji,- it trata el C6digo Ci-
vil:.La ausencia, la presunci6n de muerte, y la consi-
deraci6n de muerte de la persona. Aqui tno se hace de-
claraci6n d.. al.-W c-ia ; se hace una plreinueiS de muer-
te.a log tres meses, y se declara jla ii:LS : ilue no es-
tando en los registros del censo inscripta como vecino
de aniti Cruz del Sur la persona que se d iga que ha
muerto o ha side desapareclda, puede hacerse una in-
f'r6i .i; .in testifical para acre.lirtai t,.,.l.. e-r., pa.rticu-
lares; pero esto va a dar lugar a una series de proble-
mas que no se sabe, qu6 alcance pueda tener.
MAs sencillo seria haeer, dentro de treinta dias, an
Ilamamiento por la 'Gaaeta Of1i.1., y dentro de tres
meses la declaraci6n del folleeimi-.tit... sin que pueda
hacerse esa declaraci6n sino especialmente de los ve-
cinos de, Santa Cruz del, Sur.
Sii PI.l-iDEPNTi (GUAS INCLIN) : Se pone a vota-
cion.
. (.,,,tles afirnativas). i ;
Aprobado.
Con el voto en contra del senior Castellanos.
Se va a dar lecture al articulo treinta y dos.
(El official de acta lo lee.)
SR. PRESIDENT (GUIs 'INCLIN): Se pone a discu-
si6n.
(Siletecio.)
Se pone a votaci6n.
Aprobado.
Con el voto en coritra del senior Castellanos.
Se va a dar lectura al articulo treinta y tres.
(El (o!,. Ar de acfd to lee.)
SR. PRESIDENT (GuAs INCLAN): Se pone a diseu-
si6n.
(Silencio.)
Se pone a votaci6n.
Aprobado.








DIARIO DE SESIONES DE LA C`AARA DE REPRESENTANTES


Con el voto en contra del senior Castellanos.
Se va a dar lectura al articulo treinta y cuatro.
(El official de actas lo lee).
Se pone a discusi6n.
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : El precepto ataea la
inviolabilidad del sumario. El sumario es secret; y
en esto quisiera oir al senior Tome.
SR. ToMfI (MANUEL) : Por el actuario se dejar6
certificaci6n notarial del document antes de hacer
el desglose, y en esa forma se puede hacer el des-
gluse.
SR. PRESIDENT (GuIS INCLAN): Se pone a discu-
si6n el articulo.
Aprobado.
Se va a dar lectura al articulo treinta y cinco.
(El official de acta lo lee.)
:SR. PRESIDENT (GuAS INCLN) : Se pone a discu-
si6n.
SR. CASTELLANOS (MANUEL): Consider que una
oficina como el Registro Notarial que es administra-
tivo, exclusivamente debe ocuparse del orden de las
sustituciones de los Notarios y los Registradores de
]a Propiedad. Y no debe tener facultad para interpre-
tar esta ley, resolviendo las dudas que se susciten por
la interpretaci6n de la misma ley.
SR. PRESIDENT (GUA. INCLAN): Se pone a vota-
ci6n.
Aprobado.
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : Con mi voto eni con-
tra.
Se va a dar lectura al articulo treinta y seis.
(El official de actas lo lee).
SR. PRESIDENT (GuAs INCLN) : Se pone a discu-
si6oi.
(Silencio) .


A votaci6n.
Aprobado.
Con el voto en contra del senior Castellanos.
Se va a dar lectura al articulo treinta y site.
(El official de actas lo lee).
SR. PRESIDENT (GUlS INCLAN): Se pone a discu-
si6n.
(Silencio).
A votaci6n.
Aprobado.
'Con el voto en contra del senior Castellanos.
Se va a dar lectura al articulo treinta y ocho.
(El official de actas lo lee.)
SR. PRESIDENT (GUAs INCLAN): Se pone a discu-
si6n.
(Silencio.)
A votaci6n.
Aprobado.
Se va a dar lectura a la Disposici6n Traisitorii
inica.
(El official de actas la lee.)
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Se pone a discu-
sion.
(Silencio.)
A votaci6n.
Aprobada.
Por tratarse de una ley procedente del Senado, que
no ha sido modificada por la CAmara se eleva al Eje-
cutivo.
Y no habiendo mks asunto que tratar, se suspended
la sesi6n.
(Eran las 11 y 15 p. m.)


IMP. P. FERMNIOU Y COA.. 04ISP 17, NAIIRA


25-




University of Florida Home Page
© 2004 - 2010 University of Florida George A. Smathers Libraries.
All rights reserved.

Acceptable Use, Copyright, and Disclaimer Statement
Last updated October 10, 2010 - - mvs