Group Title: Diario de sesiones del Congreso de la Republica de Cuba
Title: Diario de sesiones del Congreso de la Républica de Cuba
ALL VOLUMES CITATION PAGE IMAGE ZOOMABLE
Full Citation
STANDARD VIEW MARC VIEW
Permanent Link: http://ufdc.ufl.edu/UF00015180/01400
 Material Information
Title: Diario de sesiones del Congreso de la Républica de Cuba
Physical Description: v. : ; 31 cm.
Language: Spanish
Creator: Cuba -- Congreso. -- Cámara de Representantes
Publisher: s.n.
Place of Publication: Habana
Manufacturer: Imprenta de Rambla y Bouza
Publication Date: 1902-
 Subjects
Subject: Politics and government -- Periodicals -- Cuba   ( lcsh )
Genre: federal government publication   ( marcgt )
 Notes
Dates or Sequential Designation: 1. legislatura, v. 1, núm. 1 (oct. 1 de 1902)-
General Note: Title from caption.
 Record Information
Bibliographic ID: UF00015180
Volume ID: VID01400
Source Institution: University of Florida
Holding Location: University of Florida
Rights Management: All rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier: aleph - 001845781
oclc - 28760011
notis - AJS0072
lccn - sn 93026707

Full Text


REPUBLICAN DE CUBA


DIARIO


CAMERA


DE


DE LA
DE REPRESENTANTES


DECIMO


CUARTO


PERIOD


CONGRESSIONAL


SEGUNDA LEGISLATURE

VOL. LVII LA HABANA, Noviembre de 1931. NUM. 11

Sesion extraordinaria de 30 de Noviembre de 1931.

President: Sr. Rafael Guis Inclin
Secretarios: Sres. Jos6 R. Cruells Reyes y Jose Alberni Yance
SUMARIO
A las 5 y 50 p. m. comienza la sesi6n. Se da lecture a la convocatoria. El Sr. Cruz Ugarte ruega
al cefior Urquiaga que aclare una version infundada del "Diario de Cuba", sobre supuesta actitud
parlamentaria del grupo Conservador Ortodoxo. El Sr. Urquiaga accede al ruego del senior
Cruz. El senior Hirzel solicit que se declare la Cimara en sesi6n secret, para conocer el Dic-
tamen de la Comisi6n Especial sobre el reajuste del presupuesto del Poder Legislativo. El se-
fior Cruz Ugarte solicita la inmediata discusi6n y votaci6n del proyecto de ley del Senado sobre
impuestos al Petr6leo y sus derivados. En votaci6n nominal es aprobada la proposici6n del sefor
Hirzel. A petici6n del senior E. Ramirez se declara permanent la sesi6n. Explican sus votos
respectivos, en contra, los sefiores Aguiar, Chardiet, Estrada, Verdeja y Martinez Fraga; y a favor,
los sefiores Valls, E. Ramirez y Urquiaga. El senior Lombard solicit se plantee un debate poli-
tico, pero a sblicitud del sefior Urquiaga, retire su proposici6n. A las 8 y 20 p. m. se declare
la Cimara en sesi6n secret. A las 11 y 15 p. m. se reanuda la sesi6n, y'termina 6sta por falta de,
"quorum", a las 11 y 30 p. m.


SR, PRESIDENT (GUAS INCIAN) : Se abre la sesi6n.
(Eran las 5.50 p. m.)
Se va a dar lecture al acta de la sesi6n anterior.
(El official de actas la lee).
SR. PRESIDENT (GUIAS INLIAN): I Se aprueba el
acta ?
(.,St 7,r, afirmativas).
Aprobada.
Se va a dar lectura a la convocatoria.
(El official de actas lee).


'CONVOCATORIA
De acuerdo con lo dispuesto en el articulo cincuen-
ta y site del Reglamento de este Cuerpo Colegisla-
dor, convoco a la Camara de Representantes para ce-
lebrar sesi6n extraordinaria, el pr6ximo lunes treinta
de los corrientes, a las cinco de la tarde, con la ei'vuien-
te orden del dia: proyecto de ley del Senado, orga-
nizando el regimen fiscal sobre el I,:tr, l.--. y sus l-
rivados; reajuste del Poder Judicial; creando impues-
tos; modificando el pdrrafo tereero del articulo quin-
to de Ley del Censo; disponiendo que los reI-iden-
tes en Cuba en 1899, se enumerarAn como ci.:ibanos; y
el dictamen de la Comisi6n de Aranceles e Impestos


. 1.,I I I f






2 DUARIO DII OBEBONES DII LA CAMERA DR WEPRESENTANTES


sobre eximir al alcohol destinado a perfumeria del
pago de los impuestos, que determine la ley de 29 de
Enero de 1931.
Habana, 26 de Noviembre de 1931.
(f.) Rafael Guds Inclcn,
President.
SR. DE LA 'CRUZ (CARLOS M.) : Pido la palabra.
SR. PRESIDENT (iGuiS INCLAN): Tiene la palabra
su sefioria.
SR. DE LA CRUZ (CARLOS M.): Para una pequefia
manifestaci6n. Me va a perdonar la COmara que ha-
ga una pequefia disquisici6n, acerca de un problema
que afecta personalmente al Congresista que habla,
en relaci6n con el leader de la mayoria liberal-Po-
pular senior Urquiaga, pero cuyo problema nos inte-
resa aclarar, precisamente, por el curso de los acon-
tecimientos politicos surgidos en la Cdmara.
Un peri6dico de Santiago de Cuba public, en una
edici6n muy reciente del dia 25 de Noviembre, que el
leader de la mayoria Liberal-Popular, senior Carmelo
Urquiaga, expuso a un legislator ortodoxo, en pre-
sencia del periodista que da la informaci6n, que ayer
estuvo la CAmara a punto de romper con el Poder
Ejecutivo, y que esto no se llev6 a cabo "porque el
jefe de los Ortodoxos, Carlos Manuel de la Cruz, lan-
z6 a tiempo un capote, impidi6ndolo."'
Yo deseo, de una manera muy suscinta,--sin refe-
rirme a debates anteriores, para no hacer una decla-
raci(n extensa que moleste a la GImara a hora tan
Starde--que el leader de la mayoria Liberal-Popular
me complazca en lo referente a que yo no lance ni
lanzar6 ningfin capote para impedir ninguna situa-
ei6n favorable al Poder Ejecutivo; y que, por el con.,
trario, esta informaci6n err6nea del peri6dico "Dia-
rio de Cuba", liega a ser todavia hasta insidiosa, en
el sentido de colocarme en el piano de impedir yo
que haya un rompimiento entire la mayoria y el Pre-
sidente, cosa que no creo que se inicieeni que ocurra.
Por el contrario, desde el afio 1925, desde el 20 de Maa-
yo del afio 25, nada puede achacArseme que signifi-
que, por mi parte, alguna protecci6n al Ejecutivo;
pues desde entonces he mantenido los mismos puntos
de vista en que me encuentro hoy: ni favorable, ni
enemigo sistemAtico, sino opositor del actual Presi-
dente de la Repiblica, con el deseo ferviente de que
termine y se: march cuanto antes. Y esto que afir-
mo, se puede comprobar con la revision del DIARIO
DE SESIONES.
Quisiera, pues, que el senior Urquiaga aclarase la
infundada informaci6n del "Diario de Cuba", en el
sentido de que Ia, noticia no responded a lo que el- se-
fior Urquiaga pudiera haber manifestado.
.S. PRESIDENT (GUAS INCLAN) : Llamo la atenci6n
de la Camara acerca de que, tratAndose de una sesi6n
extraordinaria, no cabe ]a posibilidad de debate sobre
cualquier asunto que no est6 de acuerdo con la con-
vocatoria. No obstante, la Presidencia concederi la
palabra al senior Urquiaga para que pueda contestar
el ruego del senior de la Cruz.
SR. URQUIAGA (CARELO) : Pido la palabra.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN) : Tiene la palabra
su sefioria.


Sn. URQUIAGA (CARMELO): Sefior Presidente y se-
fiores Representantes: comienzo por dar las gracias a
la Presidencia, por su amabilidad accediendo a que
contest una gentil petici6n de mi distinguido com-
pafiero el senior Carlos Manuel de la Cruz, por tra-
tarse de un -asunto que no puede ni debe quedar sin
una oportuna aclaraci6n, y que me va a servir, a mi
vez, para hacer otro ruego a los sefiores periodistas,
a la opinion pfiblica en general, a fin de que desmien-
tan algo que, tal vez con mayor preocupaci6n que el
senior Carlos Manuel de la Cruz, yo no habia torado
cn debida consideraci6n. Cr';.,irl.-i.,-. tiene raz6n el
senior de la Cruz. No he manifestado absolutamente
a nadie lo que el "Diario de Cuba" me atribuye.
Acostumbro ser muy parco en las declaraciones que
hago, a los .. -o..1 periodistas, como ellos habran po-
dido corroborar en ese asunto referente al senior de la
Cruz. Cuando me refiero a personas extrafias, y mu-
cho mds a compafieros, lo hago siempre con el respe-
to y con la interpretaci6n que deban merecer para
mi, siempre, sus actitudes; mdixime en casos como 6s-
te, en que de todos es bien conocida la diafanidad con
que ha procedido el querido compafiero. No me refe-
ri, en moment alguno, a. posibles desavenencias que
el propio senior de la Cruz desmiente. De ningfin mo-
do, por consiguiente, podia tratar de colocarlo en el
camino de mediador y de persona que daba capote,
segin la propia informaci6n, para defender al Eje-
eutivo. Queda, pues, complacido en ese extreme el se-
fior de la Cruz; y ruego, a la vez, que se aclare un
rumor completamente infundado, que desde hace cer-
ca de tressemanas naci6, sin saberse c6mo y se ha se-
guido desarrollando sin saberse por qu6. A mi, que
he sido siempre defensor fervoroso del Cuerpo de la
Policia Nacional, que la he admirado sinceramente,
que he tenido frases de elogio para sus brillantes ser-
vieios; que cada vez que algunos de sus miembros ha
caido en el cumplimiento de su deber, siempre encon-
tr6 en mi un defensor y un admirador sincero,'se me
ha tratado de crear la especie calumniosa- de que ha-
bia presentado un proyecto de ley solicitando la su-
presi6n de esa Policia. Bien es verdad que, pot me-
dio de aclaraciones, por medio de hojas sueltas cir-
culares, he tratado de destruir esa leyenda, no obs-
tante lo cual ha continuado perdurando, porque ya
lo decia Voltaire, "de la calumnia, algo queda". Por
eso, ya que se trata de crear algo que real y positiva-
nmente podia menoscabar el respeto que me merece el
senior de la Cruz, aclaro, tambi6n, refiriendome en es-
to a la opinion plblica, y poniendo como testigo a la
ifesa y a mis compafieros, que yo no podia haber abri-
Yado un prop6sito tan descabellado, y que si algo hu-
biera podido hacerse contra la Policia, no hubiera si-
do yo, ciertamente, el author. Reitero todo lo que ha-
bia manifestado al sehor de la Cruz, y desmiento en
absolute la informaci6n a que 6ste aludia.
SR. DE LA 'CRUZ (CARLOS M.) : Agradecido.
SR. HmzEL (LE6N 'F.) : Pido la palabra. Para soli-
citar que la COmara se constituya en sesi6n secret.
SR. PRESIDENT (GUAS INCIAN) : j Est de acuerdo
la Cimara en constituirse en sesi6n secret?
SR. DE LA CRUZ (CARLOS M.): Antes de constituir-
nos, en sesi6n secret, nos interest acabar de salir del
asunto que figure en primer lugar de la Orden del
Dia, ya que es para nosotros fundamental, mu-.






DIAJXO DR ONSUONUS DR LA CLtMARA DRp REP&M-WNTANTES 3


cho mis hoy que estamos en desgracia los Con-
gresistas, por otra informaci6n de los peri6di-
cos. "El Pais", de hoy, al dar cuenta con la ley que
se refiere a los impuestos del petr6leo, tiene estos dos
pirrafos que afectan de una manera muy direct a
los conservadores ortodoxos: Dice el peri6dico lo si-
guiente: "Corre el rumor, en los pasillos camera-
les,... (sigue leyendo). Estas versions son dos: una,
la que ise dice recogida en los pasillos de la Cimara,
respect a que esta ley puede proteger el alza de va-
lores, y que aqui hay quien, especulando con estos va-
lores, le interest la aprobaci6n de la ley; y otra ver-
si6n, que se pone en boca de los Representantes, y ha-
ce la acusaei6n de que esos intereses pueden haberlos
tenido elements Ortodoxos, para apoyarla. Yo decla-
ro, que esa sospeeha result calumniosa, puedo califi-
carla asi, pues es absolutamente falsa, y si alg6n Re-
pll.-.-nifirt,l.b ha hecho esta manifestaci6n, debiera, por
su propio decoro personal, por su condici6n de ca-
ballero, por su nombre y por su prestigio, pararse en
esta Camara y sostener y decir quien es el Represen-
tante que se hall en ese caso, y acusarlo; porque, de
lo contrario, es una vileza emboscarse en el an6nimo
para hacer una: acusaci6n semejante, procediendo co-
mo la serpiente que se arrastra. El peri6dico ha re-
cogido esta version, y la version no puede dejar de
ser aclarada. Nosotros hemos pedido la inmediata dis-
cusi6ri y'votaci6n de esta ley, porque la prensa en ge-
neral, y prActicamente deteriminado peri6dico, asi lo
ha pedido, le ha hecho ambiente pfiblico, ha dicho que
la ley.es buena y que debe de votarse inmediatamen-
te; a. punto tal, que nos acompafia en este criterio la
representaci6n liberal oriental y mas tarde la repre-
sentaci6n villarefia. Y si la sospeeha se ha levantado,
debiera ser no frente a los que apoyan este prop6sito
de que se apruebe, sino de los que puedan tener interns
contrario, de los que aspiran a que no se apruebe la
ley, y a que no se acabe un m'onopolio, de hecho, que
explota al pais. Porque hay monopolies de derecho re-
gularmente concertados entire naciones que explotan
al pais sin utilidad; pero los monopolies de hecho no
dejan a los passes ninguna utilidad tampoco, y viven
al margen de la ley, disfrutan de todos los bienesta-
res y siempre tienen al pueblo sumido en la miseria.

Los Representantes Ortodoxos han recogido el cri-
terio pfblicamente expresado en el propio Mensaje
del Presidente de la Repfiblica; en un folleto del Se-
cretario de Instrucci6n Pfblica, antes de Obras Pfi-
blicas; en reciente articulo del "Diario de la Mari-
na"; en una informaci6n econ6mica del peri6dico "El
Pais"; y en una publicaci6n hecha en el diario "In-
formaci6n". El Poder Ejecutivo y esos peri6dicos
coinciden en el criterio de que era indispensable la
aprobaci6n de la Ley del Petr6leo, porque con ello se
beneficiaria al pais. No falta quien supone que con
esta ley se favorece al Gobierno, pero yo estimo que
el Gobierno no obtendrd ning6n favor por medio de
esta Jey; porque el Gobierno, para resolver sus difi-
cultades political, necesita mis que una ley, necesita
el acto de su salida; y para resolver las dificultades
econ6micas que pesan sobre el pais, necesitaria un con-
junto de leyes arnrmnicas y perfectamente hechas.
Luego, los Conservadores Ortodoxos, al gestionar la
aprobaci6n de la Ley del Petr6leo, no iban tampoco
con ning6n prop6sito torcido, de apoyar la actuaci6n
gubernativa.


Es necesario que la CAmara, y entire los Represen-
tantes, termine esa situaci6n de sospecha. Un peri6-
dico de hoy la traduce-el peri6dico "El Pais", edi-
ci*6n de esta mafiana-y nosotros quisi6ramos escuchar,
de labios de los dirigentes de las distintas tendencies,
alguna aclaraci6n al respect; porque rechazamos, de-
clarindola vil, toda insidia que se-propague en el sen-
tido de dudas de nuestra buena fe, rectitud de con-
cepto y honorabilidad, en el desenvolvimiento de esta
ley. Condenamos la cobarde actitud de levantar la in-
sidia, y la rechazamos, lanzAndola fuera del hemici-
clo; porque no creemos que haya compafieros que se
presten para semejante cosa. Estamos aqui, y hemos
venido a hacer oposici6n a ciertas leyes, con orienta-
ciones political y sin interns personal; y queremos que
los que con equivocado concept hayan podido con-
fundir los prop6sitos nuestros en esta CAmara,-que
son los del eumplimiento de un deber, dentro de la
mayor correcci6n en todos los 6rdenes,-rectifiquen
ese concept; porque nosotros solamente propende-
mos a la aprobaci6n, pero de una manera convenien-
te, de multitud de leyes que necesita el pais, para su
mejor desenvolvimiento.

Queda, pues, hecha esta aclaraci6n. Y reitero mi
ruego de que ]a C6Amara, en este acto, comience por
tratar esta misma tarde la ley procedente del Senado,
que grava con distintos impuestos al petr6leo y sus
derivados.
SR. PRESIDENT (Gu.S INCLIN): Sefior Hirzel, la
proposici6n de S. S., de constituirse la Camara en se-
si6n secret, debe star apoyada por cinco sefiores Re-
presentantes.
(Varios seiores Representantes apoyan, la solicited
del senior Hirzel).
Lo. esti; pero la Presidencia desea conocer si S. S.
solicita la sesi6n secret para continuar tratando de
este asunto, o si es para tratar de otro.
SR. HIRZEL (LE6N F.) : Es para informar con res-
pecto al reajuste.
Sn. PRESIDENT (GuAS INCLIN) : 4 Esta de acuerdo
la Camara con la solicitud del senior Hirzel, de consti-
tuci-6n de la COmara en sesion secret?
SR. CHARDIET (ARMANDO) : Para dirigir un ruego
a mi compafiero el senior Hirzel, doblemente compa-
fiero, como Representante y como m-dico; para ro-
garle que place su solicitud hasta despues que sea
aprobada por la Cimara la ley referente al petr6leo.

SR. HIRZEL (LE6N F.) : A pesar de lo dicho por el
Sr. Chardiet, mantengo mi solicitud, y quisiera cono-
cer c6mo piensa'la Camara, con respect a ella.
SR. DE LA CRUZ (CARLOS M.) : Votaci6n nominal.
SR. PRESIDENT ('GUAS INCLAN) : Se somete a vota-
ci6n la solicitud del senior Hirzel.
Los que est6n de acuerdo con la constituci6n de la
Cimara en sesi6n secret, votaran que si; los contra-
rios, no.
(Se efectfia la votaci6n).
SRB. PRESIDENT (GUAS INCLAN)': Falta algin se-
fior Representante por votar ?






4 DIARIO DE SESIONES DE LA C4MARA DE REPRESENTANTES
7~~~-~~~ ... ...... .. i .. . -. .


(Silencio).
I-Ian votado 88 sefiores TR.-Ir s'tl;il:.-s; 49 que si
y 39 que no.
(Votaron a favor los ,-'ri..'i ,: m,,,;lr, Albuerne,
Alemdn, Alvarez .,.'i, :. Alvera, ll/i..' ., A''A l.,1.
_-Lia',,,.',. V. de Armas, A. Barrero, Beltrdn, Bover,
I" 'i ,1.1.. 1,i .li.r ., Campos Prieto, Candia, Castelvi,
Castillo, Cudllar, Cuelo, Echeverria, Finales, Garcia
Ramos, Gonzdlez Morales, Gonzdlez Sarrain, Gronlier,
Haedo, Hernindez Leal, Hirzel, Lombard, Il.,r,,. .
Quiroga, N. Mendoza, NiYfez Mesa, de Para, Parodi,
Piedra, G. Pino, E. Ramirez, Rodriguez Ramirez, Ru-
bio, San Pedro, Trujillo, Urquiaga, Valls, V'..i,,'
B'ello, I 'lil''i .: '., ... Zorrilla, Cruells y Guds In-
,ln,,),
(Votaron en contra los A. f-rr.-,-: Aguiar, Albands,
Bravo Acosta, Bravo Sudrez, Calds, Camacho, Caste-
llanos, Cisneros, Cruz Fernnd:ez,. Cruz Gonzalez, Cruz
Ugarte, Chardiet, Eguilior, Estrada, Fraile, Garcia
Montes, Herryman, Le[sn, Martinez Fraga, Marrero,
Mencio, MIndez, Meneses, Meso, X;'.7 :' Portuond'o,
Padierne, Pena, Perez Maribona, 0. del Pino, Ponce,
/( t, Rio,'A. Rodriguez, Ruiz, Soto I:.;, idl,,. Tome6,
Verdeja, Wolter del Rio y Alberni).
,i:. PRISIDENTE (Gu-AS INCLIN) :* Queda, pues,
aprobado.
Sn. RAtiREZ DE LE6N (ELADI) : Sefior Presidente;
antes de constituirnos en sesi6n secret, solicito de la
Camara que Bsta se declare en sesi6n permanent.
SR. PRESIDENT (GUAs INCLAN) : i jE i, de acuer-
do kIs s i'i. r. f.-.i.. .. f nil n la pr6rroga de la se-
sion declarandola permanent?
(.'. ni, afirmativas).
A rnhnandrn


Tiene la palabra el senior Aguiar, para' explicar su


voIbo.
Sn. AGUIAR (MIGUEL A.) : Sefior Presidente y sefio-
res I;.1i'i .** ii.' I.-: .8inti6ndome ligeramente indi-
puesto, y habiendo solicitado la palabra algunos de
i'll- i .iii...,I'. r ruego a ]a Piresidencia me concede el
ultimo turno.
Sn. PRESIDENT (GUAS INCLAN) : Muy bien. Tiene
la palabra el senior Chardiet para explicar su voto.

SR. CIIARDIET (ARAANDO) : Sefior Presidente y se-
fiores Representantes: He votado que no, contrarian-
do uno de los elements de cortesia que pudiera obli-
garme en cierto modo a emitir mi voto de distinta ma-
nera, por la sencilla raz6n de que r.!'.-,ir ;,i...-. so-
bre la ini .. pendiente de la inl .l,.- expectaci6n un
problema de tan vital importancia como el proyecto
que se refiere al petr6leo, no me parece adecuado que
la CAmara no abordase con la debida celeridad y pron-
titud cuestidn tan interesante que no puede, bajo nin-
gun concept, ni debe por ningfin motivo u otra con-
sideraci6n, demorarse su studio; porque, ciertamente,
este proyecto sui generis, por su process complicado
de incubaci6n, por toda la trama qcue se ha urdilo en
torn de su tratamiento por esta Chmara, debe ser
*stiudniado sin dil,:-ilin alguna, debe ser considerado
prontamente por esta Camara, para no .,.inar por mas


tiempo en entredicho, como cierta y positivamente es-
ta, el prestigio de este Cuerpo Colegislador; pir. l'ie
la insidia y la. calumnia, de consuno, i"i. -rtai- de
acuerdo, se han encargado de presentai a esta Ca-
mara, tibia ante un asunto que, como v.l'.-- ilii i,-l.'-
ba, se 1'.r-. en cierto modo, sombrio, por la series
de intereses que en torno de 61 se mueven. Lamento,
por esta vez, haber contrariado la solicitud de tan
distinguido compafiero, como el senior Hirzel; pero
no podia tampoco detenerme la consideraci6n de afec-
tuoa camaraderie, para no producirme en esta CO-
mara acorde con mis sentimientos y los vivos deseos
que me animal de que este proyecto se discuta, de
que este proyecto sea .-11.l.,:1... por la C.'i,.iri:. y de
que, en fecha pr6xima vaya a engrosar la 12'.pla-l;i',:i
positive del pais; seguro de o*i., con su aprobaci6n,
la hacienda pfiblica, tan quebrantada como esta, ha
de recibir una positive inyecci6n que ha de fortifi-
carla, hacidndole mitigar el grave quebranto que el
erario pfiblico sufre en los actuales moments, por
la impericia de los gobernantes que padece el pais.
Debo hacerme eco, tambibn, de ciertas manifestacio-
nes que i'iliiq:-,. sepultar en las sombras el ipr-,ti-
gio personal del que habla, 1i-r haber .ido quien'con
mis insistencia ha reclamado el tratamiento de esta
ley, consecuente con mi political en torno de.este pr.:.-
blema. Debo manifestar, para que asi se conozca pi-
blicamente, que uno de los motives basicos y funda-
nentales que he tenido, para insistir, para reclamar
dia tras dia el tratamiento de esta ley, ha sido por
que tenia la sospecha-y aun la tengo-de que el Go-
bierno que habia incubado este proyecto .ini.'- des-
conocer a su prole; y de que a todog .i,,l,.1ll.- i.ii.- co-
in,,, 1_.n con sus ,sentimientos, que responded a dicta-
dos del Poder 1Ei....if; '.. les habia expresado el pro-
p6sito o el interns que tenia de que esta ley durmiese,
en la mesa de la Cimara, eternamente, el suefio de los
justos; porque lo que quizAs ayer le convenia, pu-
diera hoy, en cierto modo, perjudicar sus actividades
gubernamentales. Es por eso, por lo que ayer y hoy
me he producido siempre dentro de un piano de opo-
sici6n, revelador de mi ihoonformidad con los actos
del actual 'Gobierno; y es por eso, por lo 'ii.'. una vez
mis, he querido ratificar mi i..-i- i'.. creyendo que
con ello servia y sirvo a los interests. hiil1 1', iit.-l.
del pais, que pretend desconocer y desconoce, en to-
dos y cada uno de sus actos, el actual Gobierno. Era
cuanto queria manifestar.
SR. PRESIDENT (G-UAS INCLAN) : Tiene la palabra
para explicar su voto, el senior Martinez Fraga.
SR. MARTiNEZ FRAGA (PEDRo) : Sefior Presidente y
,efiores de la CiAmara: Una regla imperative de la or-
ganizaci6n de este Cuerpo i '..I ;i-l.,i,.,r, ha obligado a
mis tres compafieros, recientemente excarcelados,-al
I s'1i, V.-r1 .is', al senior Aguiar, al senior \[- *... y a
mi mismo,-a tomar part en una actividad legisla-
tiva, antes de hacer la declaraci6n que fatal y nece-
sariamente debia preceder a nuestra participaci6n en
los trabajos de la Oimara. No nos quedaba otro reme-
dio para poder aprovechar esta oportunidad, que in-
clinarnos ante la prescripci6n ..lia rij i: cla, para po-
der. hablar, votar y pedir, a la vez, d-sxlii:-<:i,'u de
voto.
Ese pretexto p-I.-liiii... si ustedes quieren, del Re-
glamento, nos da la oportunidad imperiosa de hablar-


---







DMARTO DE SF)STONFIS DE LA CXMARA DE REPRFf4N1NTANTER 5


le a ]a Cimara y al pais, al regresar al seno de este
Cucrpo Colegislador.
Los verses dos veces milenarios de Viigilio, han con-
servado, para la inmortalidad, un tipo social, un tipo
unico euya misi6n a trav6s de todas las edades ha si-
do y es la mnis ingrata, ]a mas desagradable y la mis
amarga: se preparaba, dice la leyenda, la guerra de
Troya; y un sacerdote de Neptuno, conocedor a fuer-
za de ser buen observador, a fuerza quizis de ser buen
politico, do los acontecimientos que se avecinaban,
predijo la catdstrofe. Como en aquellos tiempos, que
se pierden en el umbral de la hiftoria, los dioses se
mezelaban en las luehas de los hombres, disgust a
los dioses la predicci6n acertada de aquel sacerdote,
y castigaron su vision clara, su valor, su civismo, con
una mnerte espantosa, dice la Eneida, siendo arras-
trado al mar, en uni6n de sus hijos, por una serpien-
te; mas el mandate de los dioses arrastr6 al sacerdote
de Neptuno, al augur de la fatalidad, al previsor de
la catistrofe parece que persist a travys de todos los
tiempos; y por eso las predicciones en todas las 6po-
cas, han merecido siempre la critical, a veces el des-
den, casi siempre la amargura y hasta el castigo.
Nosotros, sefiores de la Camara, debemos esta noche
reconocer, asi, una 6poca en el papel amargo, en el
papel triste de aquel sacerdote de Neptuno.
El tres de noviembre recibimos, los Representantes
que guardAbamos prisi6n n en la Fortaleza de la Caba-
fia, la noticia de que seriamos visitados por una Co-
misi6n de Congresistas, al frente de la cual figuraba
el President de la Camara. El que habla no tuvo la
oportunidad de asistir a esa visit, por aquejarlo una
dolencia; pero se enter, a6 regresar los compafieros
a sus -,1, i.. corresporidientes.
Se nos fu6 a informar que la CAmara habia. deci-
dido actuar de una manera uninime en favor de nues-
tra excarcclaci6n; y los tres compafieros excarcelados
se limita ion, como no podia ser de otra manera, a oir
complacidos, a escuchar con atenci6n esas manifesta-
ciones; a agradecer, desde luego en el terreno perso-
nal, es;s gestiones; y al terminar la visit, retirarse a
sus galeras.
Al' dia siguientc, 4 de Noviembre, el senior Carlos
Manuel de la Cruz y el senior GuAs Inclin, que for-
maban parte de la primer comisi6n, nos visitaron al
medio dia para participarnos que se habian introdu-
cido algunos cambios en el procedimiento que nos
abriria las puertas de 1a fortaleza; y que, por tanto,
a reserve de discutirlo mas adelante, nada se haria
en relaci6n con el suplicatorio o comunicaci6n que a
mediados de Septiembre habia remitido a este Cuerpo
Colegislador, el Estado Mayor del E.jrcito. En igua-
les condiciones que el dia anterior, oimos la informa-
ci6n, departimos sobre asuntos baladies y, al retirarse
el senior Carlos M\i-f ii -i de la Cruz, nos condujeron a
nuestra galera. Pocas horas despues, 6ramos excarce-
lados. Salimos despu6s de casi tres meses de prisi6n,
de los que, casi, dos, pasamos en absolute y rigurosa
incomunicacidn. Absolutamente desorientados, nada
podiamos decir, sobre nada podiamos opinar, porque
no conociamos el sector o aspect econdmico de Cuba,
ni su situaei6n actual; ni la situaci6n actual del aspec-
to politico cubano. Decidimos, pues, esperar unos dias
para enterarnos, para darnos cuenta del moment his-
ttrico en que'viviamos; y de acuerdo con esa situa-


ci6n y con cese moment, adaptar nuestra conduct y
actuar en todos los terrenos y en todas las esferas en
que nos fuera possible desarrollar una acci6n. Nos en-
teramos, enseguida, de la sensaci6n political del mo-
mento; personalidades connotadas trabajaban inten-
samente por restablecer en la Repfiblica la normali-
dad; se bablaba, con acierto o sin 61, de .i....I1;.,11. ;
se hacian gestiones de todo orden, se ponia como base
primera de esa normalidad y de esa gesti6n, el resta-
blecimiento de.la paz material; y segfin la. opinion ge-
neral recogida, existia todo g6nero d-e probabilidades
para pensar que el 6xito coronaria, en un tiempo pru-
dencial, las gestiones a clue me vengo refiriendo.

Pensando en cubano, olvidando que habiamos esta-
do en ]a Cabafia, olvidando todo intent, deseo o vo-
luntad de cardcter personal, de "' -..- iin,1 interns, nos-
otros decidimos inmediatamente, los cuatro Represen-
tantes excarcelados, sumarnos de una tnanera firme y
concrete a dicha finalidad, huyendo de las declara-
ciones y de los retratos, y desde luego no viniendo
aqui a la CAmara por una raz6n sobre la que quiero
pasar ligeramente; por estar pendiente aun nuestra
situaci6n, a virtud del suplicatorio r. -ii.l.I a este
Cuerpo Colegislador por el Estado Mayor del Ejer-
cito. Nos dispusimos a actuar de buena fe, con el ma-
yor entusiasmo, porque ese es el camino patri6tico,
porque ese es el camino que debe seguir todo cubano
de buena voluntad que quiera salvar a la Repfibliea.
Nos sumamos a esa area discretamente, en sileneio, en
un silencio aparente, con una pasividad que ,,iiI'i1.
pudieron interpreter, e interpretaron, de manera muy
diverse. No nos importaba nada. EstAbamos dispues-
tos a sacrificarnos en lo que mas quiere el politico, la
popularidad. Creiamos que ese era nuestro deber esen-
cial, y notamos enseguida algunos efetos ri,. I1,.! s
de las gestiones que se realizaban; tomamos part en
algunas de ellas, mas tarde, con el pretexto o con el
motive de una gesti6n absolutamente personal; pudi-
mos establecer contact cen personalidades muy al-
tas, muy decisivas, muy importantes del Gobierno; y
tuvimos oportunidad, tambien, de cambiar impresio-
nes con personalidades de esta situaci6n. Encontra-
mos entire esas personas la mejor acogida. Parecia que,
en efecto, un sano y elevado amor a Cuba dominaba
la pasi6n, el resentimiento, el interns personal, la am-
bici6n; y nos felicitaibamos de haber oido el gesto, del
also patriotism, hacienda declaraciones mis o 'me-
nos brillantes de haber aceptado el sacrificio y la cri-
tica a cambio de sumarnos a una political que'condu-
cia al bien de Cuba. Pas6 una y otra semana; y, senior
President y seilores Representantes, llevamos un mes
de excarcelados, un mes de expectadoras de las ges-
tiones eficaces que algunos compaferos hicieron noble-
mente, centre ellos, en primer t@rmino, el propio Pre-
sidente de la Cimara de Representantes. Y despu6s
de estudiar la acci6n por esos compaiieros y otras per-
ionalidades desarrollada; el espiritu de quien todo lo
plede en estos momentos, el Poder Ejecutivo, al re..
cibir y aceptar esas gestiones; el efecto que las mis-
mas han producido, el finico argument todopoderoso
que se llama los hechos; despues de todo esto, hemos
llegado a la conclusion dolorosa, amarga y triste de
que esas gestiones son initiles, de que esas gestiones
han fracasado, de que esas gestiones no conducen sino
a crear una falsa sens.aci6n que s61o aproveeha a al-
guien, una falsa apreciaci6n de que por ese camino
se esti y no se llega a la. normalidad cubana.






6 DIARIO DE SESlINE8S DE LA CAMAFA DE REt'KE.:ELEN'ANTES
'~ "' '- ','T ,, I,, ,, ,, ,, '


Nosotros, ni como cubanos ni como Representantes,
no podemos llevar a nuestro Animo ese convencimien-
to, sincere, sumandonos en modo alguno efectivo ni
pasivo a esa political falsa con que se pretend resta-
blecer en Cuba la normalidad. N..nri-,. al sumarnos
a ella, a la actual,'a pesar de todas sus dificultades
y obisticulos, entendemos que el cardcter esencial de
esa gestidn, su consecuci6n definitive era restablecer
la paz material; y la paz material, en este aspect, la
.excluimos. Entendemos, repito, que el character esen-
cial de esa'il.;lii-., era en extreme grave, inminente,
ir:-.1t. y esas gestiones -0l ;.n retardo, quedaban to-
talmente desnaturalizadas porque no respondian a los
motives imperiosos que la hacian invisible, que les da-
ba el sagrado character de patri6tica. Al llegar a la
conclusion de que no era urgente, de que el Poder Eje.
eutivo entendia que poco ;i "1' podia llegarse a esa
normalidad, tan poco a poco que se puede decir que
esa normalidad se ha restablecido con cuenta gotas,
pensibamos que quedaba fracasado nuestro prop6si-
to y, por tanto, se convertia en algo que no podia-
mos obtener.

En 'Cuba queda todavia en este gran naufragio de
la li-bertad una tribune libre y esa tribune, senior Pre-
sidente y sefiores Representantes es la tribune de la
CImara. Y nosotros, a quienes un motivo de delica-
deza, de delicadeza elementary nos cerraba las puer-
tas de este hemicielo, hemos -1-.'ii.iid realizar un nuevo
sacrificio; y por encima de naturales sentimientos,
hemos vuelto a la Cdimara, cuando todavia esti pen-
diente sobre nosotros la eispada del soldado, cuando
todavia desde el punto de vista judicial estamos en
una especie de libertad' provisional. Hemos vuelto a
la Camara, porque entendemos que, por encima de to-
do interns personal, por encima de toda passion, cuan-
do suena la hora grave de la Patria, por encima de
todo, esti el interns mismo de la Repfiblica. Y nos-
otros, sefiores Repr.esentantes, entendemos,-y asi lo
declaramos a la Cimara yi al pais,-que la RIepiblica
esti en peligro, no ya en I..11.,:, distance, tan distan-
te como cuando proponiamos que se tratase de una
reform de la Con'stituci6n, a largo plazo, ya que una
reform constitutional asi lo exigia; ahora es un pe-
ligro real y efectivo, ahora es como dice la fibula:
"Ahi viene el lobo".

Dos aspects esenciales ofrece al que examine la si-
tuaci6n cubana, la gravedad de ese peligro, la inmi-
nencia'de una soluci6n, la necesidad imperiqsa de que
los cubanos se den cuenta de que estamos al borde del
abismo: el aspect politico y el aspect ccon6mico. Fi-
., i..- los sefiores de la 1 i.i que ya la oposici6n
nova a hablar de los problems politicos, para que
no se nos diga, como entonces .se nos decia por la ma-
yoria alli por los meses de Mayo y Junio, que el pro-
blema de Cuba no era un problema politico, sino un
problema econ6mico. Es tan grave el problema econo-
mico, que acasoel problema politico quede relegado
a un segundo lugar. Es tan grave i0u..-i :.1 situation,
que acaso podamos, inclusive, perder nuestra sobe-
rania, y no soy yo quien lo afirma, es nada menos que
el Jefe del Poder Ejecutivo, que lo recuerda en su
Mensaje a la Cimara fecha cinco de Octubre. En .',.
mensaje, el Presidente de la Reptiblica pide a la CA-
mara que lo ayude a salvar la Repfblica; habla de
bancarrota del Estado, sefiala con acierto, en este ca-
so, los peligros inminentes que Cuba corre; y esos pe-


ligros ya no hay que ir a buscarlos a las estadisticas,
a las estadisticas complicadas, mis o menos exactas.
Esto se halla.a la vista de todos; los arguments es-
tin ahi p.i ..... para demostrar que Cuba esti en
bancarrota, en el .,l..1- privado; en 1,.i.-,t..i'a es-
tin las industries, el comercio, los ferrocarriles, y
quiero citar aqui el caso de los Ferrocarriles Unidos
que han recaudado este afio un mill6n y medio de pe-
sos monos que el anterior; estin en bancarrota la pro-
piedad Iaritiiu ir, los bancos; y en bancarrota esta
lo que es mis grave aun, el Estado; bancarrota en
todos los 6rdenes y oen todos los sentidos.
Yo no voy a insistir, ante la 'Cimara en la verdad
de esta afirmaci6n. No voy a insistir, tampoco, en
hacer un llamamiento en este sentidd a otros orga-.
nismos del Estado, que r-iif,, como i.,ifr1, tam-
bien por I.;i.-r,. vez la crisis espantosa en que se en-
cuentra el Estado cubano. No vamos a solicitar datos
en relaci6n con la situaci6n exterior de Cuba. Todos
conocemos las gestiones que el Gobierno ha tenido que
realizar, para satisfacer una de sus muchas obliga-
ciones exteriores. No es hora de acusaciones. Pido a
la i '.;jla. i. atenci6n sobre este piano en que nosotros
nos colocamos. No venimos a hacer acusaciones de
ninguin g6nero. No venimos a sefialar responsabilida-
des sobre tal o cual hecho o determinaci6n. Venimos
mirando al future, al future inmediato, para decirle
a laCamara que hay que hacer un alto; que ella, co-
mo powder del Estado, debe intervenir; que ella, que
ostenta la representaci6n del pueblo, debe intervenir
en todos aquellos casos que puedan tender a impedir
el fracaso, el desastre, cosa de que no vuelvan a re-
petirse ,.iH .-11... celebres dias del afio, novecientos seis.
La crisis de Cfba, la disoluci6n de nuestra sociedad
y del Estado, pueden venir p6r dos caminos. El inte-
rior, acaso el mis distant, porque ya es clasico que
el cubano aguanta much; o el exterior, mis impla-
cable, mas duro y mis definitive.
Si Cuba no puede soportar sus gastos interiores, y
si nuestra Hacienda no esti en condiciones de hacer
frente a sus obligaciones exteriores, yo pregunto a la
Cimara, ga d6nde vamos? Es indudable el peligro que
sefialo.
Y en' cl orden I"....t-'n ;' g C6mo vivimeos Ha'abor-
tado una revoluciin, han pa;ado tries largos meses; y
el Gobierno, con un poderoso y bien organizado Ej6r-
cito, pai-ece dominar la situaci6n material. El Gobier-
no habla de volver a la normalidad, reconoce que tie-
ne que volver a la normalidad; elements prestigiosos
de -t. 'Gobierno reconocen ]a inminencia de esa ne-
cesidad, pero reconocen tambi6n que el Gobierno, sin
la oposici6Sn, no puede realizarlo. El Gobierno desem-
peria hoy, puramente, una funci6n de policia; la dini-
ca funci6n. Y una. actividad: 1 1.- Carcelero; la fini-
ca actividad. Es cierto que oeupa al C.-. -, con pro-
yectos de lcy, con loss cuales se trata de mejorar la si-
tuaci6n econdmica, por la que atraviesa el Tesoro de
la N-'l.i., y que esta Cimara se afana en propiciar
esas soluciones. Pero es innegable que, a pesar de to-
dos esos esfuerzos, a pesar de todos los sacrificios, no
es possible Ilegar a la soluci6n que se desea; y que las
I Ih-ii -11 que se solicitan no produce ni pueden pro-
ducir los efectos bienhechores que de ella se.esperan.
El Gobierno, no ejerce sino la funci6n de policia,
porque mantiene el estado de guerra, el estado cons-






DIARIO DE ISESIONES DE IlA OAMARA DE REPRESENTANTES 7


tante de guerra, con procedimientos afn mns duros
que los procedimientos coloniales; al extreme de que
hasta para embarcar al extranjero es requisite indis-
pensable la 'presentaci6n de un pase de la Comandan-
cia Militar. A los tres meses de vencida una revolu-
ci6n, aun se mantiene este estado de cosas; a los tres
meses de 4encida la revoluci6n, aun se mantiene el es-
tado de guerra; y aqui rige la anticuada Ley de Or-
den Piblico, a pesar de haber sido derogada por esta
CAmara. A los tres meses de abortada la revoluci6n,
se mantiene la suspension de las garantias constitu-
cionales; y otras, que no pueden ser suspendidas, se
las consider anuladas. Se mantiene en las cArceles a
multitud de ciudadanos. Y en estas condiciones, se-
fiores Representantes, se acerca el moment politico
de tanta trascendencia e importancia como la reorga-
nizaci*6n de los partidos politicos, y la lucha electoral
civica se leva a efecto por el Gobierno solamente, con
la auseneia absolute de la oposici6n, de los.jefes de
la oposici6n, de sus miembros mis representatives que
se encuentran press, unos en la Cabafia, otros en el
Castillo del Principe y otros repartidos en las distin-
tas cArceles de la Repfiblica. Y en esas condiciones se
pretend Ilevar a cabo la funci6n ciudadana de reor-
ganizar los partidos, y de que el pueblo elija sus nue-
vos gobernantes.

Con esta situaci6n falsa, L c6mo nosotros vamos a te-
ner garantia para resolver nuestros problems? 606-
mo se va a resolver la vuelta a la normalidad, que el
Gobierno reconoce indispensable; y a la cual el Go-
bierno reconoce, tambi6n, que no puede volver sin
contar con la oposici6n? ; Imposible, completamente
impossible! Muchos cubanos de buena fe, de buena vo-
luntad, han intentado resolver estos problems, han
sometido formulas para que puedan resolverse esos
problems. Nosotros, los Conservadores Ortodoxos, no
podemos considerar o -discutir proyectos o formulas;
porque es indispensable, para'tal cosa, que la oposi-
ci6n y el Gobierno se coloquen en id6ntico piano legal
y personal; y entonces, abonAndole a cada uno igual
deseo y patriotismo,-porque en iguales condiciones
de patriotism han de situarse el Gobierno y la opo-
sici6n,-asi ,es como adaso se pueda encontrar la f6r-
mula, que yo no conozeo y no puedo hablar sobre ella,
para solucionar la grave crisis political que pone en
peligro la estabilidad y hasta la vida de la Reptiblica.
Para llegar a ese piano de igualdad legal o mate-
rial, importa que se d6 un paso, y que d6 ese paso el
inico que puede haeerlo; porque, sefores de la CA.
mara, ya no se puede exigir flue se le diga al pueblo
"imita a Marti, sigue sus mAximas", porque el pueblo
no puede hacerlo por impotencia material de realizar
una revoluci6n. Qui6n es. el inico que puede dar el
paso primero, que conduzca a todos los cubanos.de
buena voluntad a una uni6n? El Poder Ejecutivo. Ya
lo dijo antes un periodista con quien yo hablaba: El
lo puede todo.

-Si el Poder Ejecutivo dice la verdad cuando dice
que va a resolver estos problems, y es sincera su de-
claraci6n de que se dispone a caer 61 primero antes
de que caiga la Repfiblica; si el Poder Ejecutivo quie-
re hacer buena la promesa tantas veces anunciada de
que acortarA su period presidential, y de que se ira;
si el Poder Ejecutivo desea contribuir a la salvaci6n
de la Repfiblica; si el Poder Ejecutivo tiene la volun-


tad firme de colaborar con todos y hacer todos los sa-
crificios y todos los esfuerzos necesarios para ello; si
el Poder Ejecutivo tiene el prop6sito de salvar a Cu-
ba, que demuestre su deseo con algo que sea lo inico
que se puede abonar: con los hechos. Con la coloca-
ci6n de los cubanos en condiciones de igualdad fren-
te a la crisis de Cuba para resolver sus problems. El
puede hacerlo. Se lo aconsejan personas de gran va-
limiento en el Palacio Presidencial, personas a las que
much debe 61, personas de much representaci6n.
Sin embargo, en el transcurso de un mes de promesas
y declaraciones sensacionales s61o hemos recobrado la
'ibertad unos cuantos press, se acercan los periods
electorales, aumenta el desastre econ6mico, se agra-
van y ahondan las pasiones, y'estoy viendo que lo fini-
co que va a naufragar y perderse es la Repiiblica.

iNo hay soluci6n! i'C6mo va haber soluci6n, si el
Ejecutivo que pide a la oposici6n que colabore en ese
empefio, mantiene a la oposici6n en la circel, en el
exilio; a la. oposici6n que no puede pensar, que no
puede hablar, que no puede escribir? I Con qu6 auto-
ridad pueden pactar los que estkn detrAs de una re-
ja y guardados por rifles? Con qu6 libertad pueden
pactar los que encontrAndose en libertad material pue-
den, en cualquier moment, ser invitados gentilmen-
te por un expert .que los acompafie a visitar al Jefe
de Policia?...
SR. URQUIAGA (CARMELO) : Por una bomba.
SR. MARTINEZ FRAGA (PEDRO) : Como pu'.I,. pac-
tar aquellos que se encuentran materialmente impo-
sibilitados de hacerlo en una situaci6n de fuerza, de
violencia, de anarquia como la que impera hoy en
Cuba, en todos los sectors. Impera en el Gobierno,
que mantiene una Repfiblica military; o impera en
ciertos sectors de inconformes, como del que desgra-
ciadamente ha sido objeto nuestro distinguido compa-
fiero el senior Carmelo Urquiaga. Es innegable esta si-
tuaci6n de inconformidad, de rebeldia; esa situaci6n
violent, radical, de oposici6n extrema. Y, podemos
seguir viviendo, asi? Yo no se lo pregunto a los libe-
rales, yo no se lo pregunto al Presidente de la Repl-
blica, yo no se lo pregunto al Presidente de la CA-
mara; yo se lo pregunto a los cubanos. C6mo es po-
sible seguir, en esta forma? jPor que no podemos
variar.? l Que interns, que pasi6n, que odio no debe
someterse o inclinarse ante el interAs supremo de la
Patria?
Yo no se si en el orden politico o personal se po-
drain hacer declaraciones de optimism, de negacidn
de la crisis; pero en cl fondo-de la conciencia de to-
dos e'st, y tambieonen labios de eminentes personali-
dades,-cuyos nombres por discreci6n no puedo re-
petir aqui, pero acaso pudiera decir a los seiiores Re-
presentantes en particular o en sesi6n secreta,-en los
labios de hombres eminentes que contribuyen a la
obra esencial del regimen del Presidente Machado. La
situaci6n es grave. Estamos en el papel del sacerdote
de Neptuno. La Repiblica estA en peligro, est6 en
bancarrota econ6mica, ha dicho el jefe del Estado.
Hace falta votar leyes de ,1 -2.--.]., ; y acaso la preo-
cupaci6n, el apasionamiento, la manera v':lti-;illoa
con que se desarrollan los acontecimientos, quiera ve-
nir a poner la filtima gota a la copa del desastre cu-
bano. La Repuiblica esta en bancarrota, la Repfblica
esta en peligro, en peligro econ6micamente, y en fra'i-






8 D)IAfl141 DE SFMTONES DB LAL CAMfARA DE REPIUi.-E\'NANTES


co period de disoluci6n desde el punto de vista poli-
tico, y pide a todos los politicos buena voluntad.
Podiamos, acaso, haber adoptado otra actitud, la
que conviene a los politicos para que el pueblo los
aplauda en el Comit6 de barrio por lo heroico de su
gesto y lo vibrant de su palabra; pero esto no es po-
sible hacerlo ahora, y no es possible hacerlo ahora por-
que tal cosa no conduciria sino a multiplicar la inmi-
nencia del peligro de Cuba. For eso, en esta hora de
pasi6n, en esta hora en que todavia hay hombres im-
portantes y cminentes del Gobierno, que dicen que
cuando so levantan por la mafiana se dan un baflo
de rosas, y se comp]acen' cuando saben que existen
cubanos que ostan en la C' ,i. ,,. o en otra f'..rtl i. ,
que son antiguos enemigos...
Sn. URQUIAGA (CARMELO) : Me permit S. S. una
interrupci6n, con la venia de la Presidencia?
Sn. (MARTiNEz FRAGA (PEDRO) : Con much gusto.
Sn. PRESIDENT (G-US INCLAN) : Tiene la palabra
el senior Fr.iii.,r .
Sn. URQUIAGA (CARMELO) : Yo no pensaba haber
interrumpido a S. S. para tener el gusto de contes-
tarle en su (of'I.rli. i.iii ; pero esa afirmaci6n, que co-
loca a miembros del ,Gobierno en situaci6n repudia-
ble, le rogaria que la rectificara, porque es doloroso
pensar que hay cubanos que so despiertan complaci6n
dose, como en un baho de rosas, al 1." :I.i! que hay otros
compatriotas .nI ri.,ji... prisi6n en las carceles. Seria
bueno que S. S. aclarara su afirmaci6n, dieiendo que
ese no es el criterio general, qub es algin caso espo-
radico.
Sn. MAZRT'iNEz FRAGA( PEDRO) : Perdone S. S. que
no r.-.i. I p.', porque yo he deelarado que solamente
pensaban asi algunos cubanos. Es una afirmaci6n que
ilustra la situaci6n insostenible que esth viviendo
Cuba. '
En esta hora s61o pido buena voluntad a la Cama-
ra, porque la Camara es un Poder del Estado. La Ca-
mara es algo esencial de un Gobierno. La ( 11'i: ..1 de-
be hacer sentir una ai 11 ri .,; la afirmaci6n de que,
cuando de patriotism se trata, ]a Camara es la prime-
,ra que da cl paso para demostrar su patriotism. La
C' ;;,;i I tiene que demoslrar su buena voluntad, 1.11
no basta Ili ri ..L, no basta declararlo en conferen-
cia, no basta decirlo en el seno de los Comit6s Parla-
mentarios, no basta decirlo en l. hemieiclo para hacer'
efecto en la galeria y en l. pais; hay qu.e demostrar-
lo. IEl Comit6 Conservador Ortodoxo, al que tengo el
honor de pertenecer, adopt un acuerdo que por mo-
tivo,s reglamentarios no puede traerse esta'noche'a es-
ta sesi6n; pero, como nuestro leader el .-.,.,.,i Carlos
Manuel de la Cruz explicara, condensa esa opinion,
ese deseo, esa petici6n que nosotros, hacemos.
No,puedo terminar, senior Presidente y seflores Re-
presentantes, sin hacer constar que lo que hacemos o
realicemos esta noche los Representantes excareelados,
es simplemente un par6ntesis, s61o un parentesis en laI
actitud que elementales reglas de delicadeza nos obli-
gan a trazarnos, mientras este Cuerpo Colegislador no
resuelva nuestra situaci6n realmente dificil, que en
realidad nos priva afin de la libertad, en el orden que
pullir.iii', s l1amar spiritual, (ya que en todos los
le-nit aspects somos completamente libres y efecti-


vamente libres salimos de la Cabafia), de suerte que
podamos colaborar, dentro y fuera del hemiciclo, en
la media do nuestras fuerzas, en la obra de buscar
la :f ..,11 ii i que a todos nos permit solucionar la gra-
ve crisis que pone en peligro la estabilidad y la vida
de la Repibl.ica.
-i. PRESIDENITE (GUlS INC LN): Tiene la palabra
el sefior Estrada.
SR. ESTRADA (LInu) : Sefior Presidente y sefiores
Representantes: profundamente he lamentado tener-
me que pronunciarme esta noche, contra la proposi-
ci6n del .Sr. ]lirzel, que pedia se suspendiese la discu-
sion de ]a Ley del Petr6leo, para que se constituyera
la. Cimara en sesi6n secret. Desde que estudiamos y
conocimos la ley conocida por del petr6leo, el grupo ii-
beral de Oriente propici6 y quiso buscar oportunida-
de.s para que dicha ley.fuese discutida por la CAma-
ra, lo olal culmin6 en una petici6n a la Mesa en la
fltima sesi6n, en solicitud de que la Ley del Petr6leo
se discutiese despu6s de la del Reajuste del Poder
Judicial. Siendo esta una cuesti6n fundamental, sien-
do una cuesti6n de principios, para nosotros, el sos-
tener una ley que creemos beneficiosa para el pais,'
parecia impossible que esta noche, pr6xima a discutirla
y a aprobarla, buseAramos una raz6n de :-',IIl' ,. rIi.--
mo que nos ilevase a dejar esa ley para tratarla en
segundo brden. Esta tarde se ha visto confirmada la
teoria. Y conste,-y lo hago pfiblico de manera so-
lemne,-que no hablo esta noche mAs que por mi pro-
pia persona; es decir, que no represent a nadie mis
que a mi. Pero despues de haber oido el informed pre-
sentado por un expert, esta tarde, en la sesi6n del
Comit6 Parlamentario Liberal, me explico mAs que el
pais y la Gamara se pronuncien de una manera'favo-
rable para que la ley sea aprobada. A preguntas, en
[a sesidn del Comit6 Parlamentario Liberal, del com-
pafiero senior T. ,.', el expert senior Barquin expli-
c6 Ia bondad dola ley, diciendo que era excelente en
sus resultados para Cuba. De manera que siendo un
Ihecho positive que ]a opinion puiblica se pronuncie a
.' e la ly, como dijo el sefior de la Cruz en dis-
tintos articulos periodisticos, yo, on mi condici6n de
hombre de principios, no podia sostener aqui mis que
lo que sostuve en la sesi6n pasada. Y quiero que nues-
tro .-i ,!;..- senior Hirzel sepa que solamente por un a
cuesti6n de principios me he pronunciado. contra la,
I.:..,.;.. ,: presentada a la Mesa, que lament haya
salido triunfante..
SR. URQUIAGA (CARMELO) : Antes que todo, desco
dar la mas cordial bien venida a nuestros querilos
compafieros que al fin, tras ';:.. de ausencia y encar-
celamiento anterior, ban venido a compartir sus ta-
reas con los demis -. ,..,,!-, Representantes hacienda
que en ci amor a Cuba vibremos todos al unisono y que,
considerando los problems no desde el punto de vis-
ta partidarista, sino desde el punto de vista national;
y, dejando a un lado motives de o.I-;...,-,..1, que por
muy apreciables y honrosos que fueran debian ceder
ante el bien supremo de la Patria, hayan decidido
concurrir al hemicielo, para compartir y aportar su
inteligencia, sus conocimientos, su esperanza y su
buena voluntad.
Y cuinto me felicito de que se haya producido en
esta tarde, en la forma que lo hizo, el qnerido com-
pafiero Martinez Fraga,-y permitame que con toda






DIARIO DE (SIESIONES DE LA OAMARA DE REPREISENTANTES 9

sinceridad le dedique este calificativo, que nace es- minan del mismo y que tratan de llevarlo al derroca-
pontnneo del fondo de mi alma.-Es enaltecedor que miento y a la ruina, si ello fuera precise; comp si se


quien habla en nombre propio, y en nombre de otros
hombres, que viene de la prisi6n y que viene de los
sacrificios y de las luchas, lo haga con serenidad men-
tal, con el aplomo y con la' elevaci6n con que 61 lo ha
hecho esta tarde. Como cubano y como Congresista,
me siento orgulloso de ello. No ha sido la palabra ai-
rada, el gesto denostador, de violencia y lucha inte-
rior, como lo hemos visto aqui; ha sido el de un ver-
dadero hombre pfiblico, que prescindiendo de aquello
que personalmente le afecta, olvidAndose de los dias
de dlelo, de sacrificios y de dolores, piensa s61o en
Cuba y so consider tan s6lo un Representante de la
Naci6n. Eso, que por si hubiera sido suficiente para
hacernos sumamente grata su estancia entire nosotros,
si no lo fuera ya por el afecto y el compafierismo.
Y ahora, en esta forma especial en que se ha torna-
do de pretexto la explicaci6n de un voto, yo he de con-
tinuar para contestar al senior Martinez Fraga sus
observaciones generals, sus puntos de vista, su ex-
posicidn de hechos, con observaciones anilogas, en
esa misma discipline, en esos mismos puntos de ob-
servaci6n. Discrepamos fundamentalmente en que no
haya de esta part (y al referirme a esta parte inclu-
yo al Poder Ejecutivo), el vivo y prop6sito ideal de
cordialidad sincere. Contra todo ]o que pudiera ar-
gumentarse, esta lo hecho por el Presidente de la Re-
pfbica que recorre la Isla desde hace various dias, con
el fire prop6sito de estudiar personalmente los ex-
pedientes de los individuos encarcelados, para tratar
de darles soluci6n y ordenar, su libertad; una obra de
bien, que en estos mementos han do agradecerla to-
dos los cubanos. Eso, de por si, vale mns que cualquier
otra argumentaci6n que pudiera exponerse, sin pen-
sar en aquello que pudiera servir de pretexto para
abroquelarse en en6rgicas reprensiones; sin pensar
que hay personas que, al ser atacadas en si, pueda
pensarse que lo haeen atacando al regimen, a ese pro-
pio regimen propicio a buscar soluciones amigables,
soluciones de hermanos como debemos considerarnos
en ese sentido, sin que tal vez exista una falsa apre-
ciaci6n de nuestro compafiero. Hay prop6sito de cor-
dialidad, sincere, leal, franco y entusiasta; hay tam-
bi6n prop6sito de soluci6n. Claro esta que no puede
ser agradable para nadie quo so entronice el odio; que
haya cubanos que, al despertar, echen de menos el ca-
]or. del hogar centre las frias paredes de las prisiones;
que haya cubanos que piensen quo el Gobierno es su
azote y su enemigo, en vez de pensar que es el Gobier-
no de la Repdblica de Cuba; de la Cuba libre que so-
fiaron Marti y Maceo, sin haber podido Ilegar a ver-
la realizada de manera tangible, en la vision de la vi-
da, como fueron sus afanes; que ese Gobierno, que se
encuentra residiendo en el suntuoso Palacio Presi-
dencial de la Capital de la Repfiblica, es la continua-
cidn del mismo Gobierno de vida azarosa que alli, en
la manigua heroic, simbolizaba el deseo de una gran
part de la poblaci6n cubana, de que fu6ramos libres
e independientes; y. que ese propio hombre, a quien
se dispute y al que se trata de considerar como a un
enemigo, fu6 un General de la guerra libertadora; un
hombre que, lleno de juventud, abandon el calor del
hogar y el afecto de la familiar, para inmolarlo todo
por Cuba. iY qu6 triste es que pudiera nacer dentro
de ese propio Gobierno, el odio contra otros herma-
nos suyos, que piensan de distinta manera, que abo-


tratara de una pena capital, de llevar'a la propia pa-
tria a la ruina! 6,Qui6n puede i,.._.-',,.ii.;'-, de ese cua-
dro? I Qui6n que sienta en patriota y en cubano,
no ha de tratar de evitar que llegue esa situa-
ci6ni? Ah, pero es que ouando la pasi6n se entroniza,
eesa de funcionar el cerebro y se silencian los mis be-
llos y nobles latidos del coraz6n.
Paz y serenidad, do que nos hablaba el distiniguido
companero. Eso e.- lo que precisa, recordando las be-
!las frases biblicas, cuando se referia a que debiera ha, .-
ber gloria en las alturas y paz en los hombres de bue-
na voluntad. Por eso, con un poco de comprensi6n, de
bucna voluntad, seguramente estariamos ya en el co-
mienzo de la soluci6n de este problema. Pero es que
puedo asegurar que ya lo hemos estado; y que si aca-
so no se pudo llegar a ese 16gico camino, culpa no fue,
ni de esta mayoria, ni de este Gobierno.

Aqui, a esta Cnamara, recogiendo vibracioies del
pueblo, recogiendo pensamientos del Senador Jos6 M.
Cortina, y por iniciativa propia y exclusive del senior
Carlos M. de la Cruz y del grupo conservador orto-
doxo que 61 preside, se trajo un.plan.de Reforma
'Constitucional, que fu6 acogid6 con entusiasmo y que
fu6 aceptado; y probablemente estaria ya en vias de
llegar a su complete cristalizaci6n, si no hubiera sido
porque algunos cubanos entendieron que con la vio-
lencia habria de solucionarse este problema, mis con-
venientemente. Respeto ese criterio, creo que estaban
inspirados noblemento al pensar asi; pero las circuns-
tancias demostraron que no, porque evitaron aquella
soluci6n y no llegaron a ninguna que pudiera ser sal-
vadora para el pais.
Hoy, el senior Martincz Fraga reconoce noblemen-
tc, con vision de estadista y de hombre sincere, que
la oposici6n-y permitaseme que no emplee la pro-
pia palabra a que se referia, la de pueblo, porque
nosotros no podemos admitir que todo el pueblo sea
oposicionista, sino una parte del mismo, que la opo-
sici6n,--decia textualmento, era impotente para l.egar
a ]a consecuci6n de sus ideales. Si 61 reconoce que
por meodio de la fuerza no es possible que se obtenga
la victoria que anhela; si aqui, done pudiera decir-
se que implicitamente, por lo tanto, radical la f,- i.
no so deea hacer use de ella; si es nuestro mis firme
prop6sito encauzarnos per senderos de paz y de lega-
lidad absoluta y complete, perturbada por Tirios y
Troyanos; ipor qu6 no habremos de llegar a una so-
1ucidn, mixime cuando en el otro aspect capital de
la iniciaci6n de ideas del senior Martinez Fraga, tam-
bien estamos do acuerdo ?

No hace muchos dias exponia yo aqui que,.a mi juil
cio, y en eso creia interpreter el sentir de la mayo-
ria, el problema nuestro, mis que politico era eco-
n6mico; y se me trat6 de rebatir por un distinguido
compafiero que se sienta frente a nosotros, entendien-
do que no, que el problema era mas politico que eco-
n6mico; y si no me falta la memorial fu6 el propio se-
flor Carlos Manuel de la Cruz el que asi lo *'.."!.n;: .
Vease, pues, que el senior Martinez 'Fraga... *
SR. MARTINEZ FRAGA (PEDRO): Una interrupci6n,
con la venia de su sefioria. Yo no he dicho que el pro-
blema sea politico y no econ6mico, sino que estimaba






10 MIARTO DE cEsW0NES DEWLA CAMERA 1W REPRESEN'TANTT1S


que el problema era econ6mico y politico; y para ha-.
cerle mayor fuerza al argument, deji a un lado el
problema politico, para demostrar que en el econ6mi-
co iba la Repfiblica al fracaso que todos queremos
evitar.
SR. URQUTAGA (.\A unT .: Sefiores Representan-
tes: ideales mas o ;Iil-.i ienenos, segulmos pensando
lo mismo. Lo migs grave del p.'r..11,-i;I que se nos pre-
senta, es la parte econbmica. N.-g;.r ]a part political
que existe, seria negar el movimiento de la tierra;
pero lo mas grave de nuestra situaci6n es el estado
econ6mico. Porque el politico se va desenvolviendo
S por si solo, y hay una. realidad, es la del present, en
la cual estoy de acuerdo con mi compafiero. Aunque
sea de una manera !jr.-...ai.i. aunque sea de una ma-
i.-, p.i,., ."*1seable, hay una soluci6n pliti' i del mi-
witi: A.-\!ii1 que se llama Gobierno, 'P-'gii.-ii-. Con-
greso, E.i'.r,-it., O-r;.nllii..i .ii: General Politica y Ad-
ministrativa que gobierna hoy en dia. El problema
econ6mico es grave, raz6n tenia mi distinguido com-
pafiero en exponer que ahora si se podia de..
cir aquello de la fibula: "Ahi viene el lobo". Por-
que el lobo esta ya, en realidad, a las puertas de la
manada y cercade la'misma. Y no quiero ahondar
en este asunto, porque no es ese mi prop6sito.
T.i.,lr, i ... .,-,: pr-iii el' medio que se empleaba dan-
do noticias que presentaban a la patria, todos los
dias, corriendo graves peligros sin que nada ilegara
a ocurrir, desacreditaron de tal manera la campaiia
que se hacia, que ya nadie en Cuba daba credito a lo
que se afirmaba, y era un motive de gracejo cubano
el que, cuando un individuo se encontraba con otro,
le preguntara cual era la ultima bolaa." Todo eso nos
hizo un dafo incalculable. Tal vez si no se hubiera
:.:ii.1i1i l.,uis ',..-.-, a :-. pr, .,li,,il.-ii,,. se hubieran
'.v i .i. d ias d e ,I n n i,: ..- ;,- i i., ih l i.'. -., ,
entendido mejor los unos con los otros. Pero, en fin,
quiero aceptar que si, que efectivamente era una rea-
lidad que aqui esti el lobo, (el lobo es el p1,1.' 1-in 'i:
econ6mico) ; pero niego que pueda poner en peligro
a la Repfblica, niego que estemos en visperas de per-
der nuestra nacionalidad; porque no en balde comba-
tieron generaniones de cubanos para legarnos la Re-
l,;l-lii..,, para que, por un problema que" al fin y al
1. lI,. i .. -s mas que de i,---i.'i, pudiera !i:11 i-l.,l. esta
I.,..'.'1l;,-.i y i.ji. i .-'ir I. '' o- fu6 obra de tantos es-
!',.- .,,, de tantos sacrificios.
SR. BRAVO ACOSTA (ANTONIO): No cree S. S. que
esta situaci6n econ6mica que estamos atravesando,-
esencialmente, a mi entender, por culpa de la orgia
de millones realizada por este Gobierno--puede traer
consigo un movimiento en el pueblo que ponga en
peligro la nacionalidad, por causa del hambre y la
,; il-itil que esti actualmente azotando muchos hoga-
res cubanos?
/ Sn. LOMBARD (AQUILINO) : Pido la palabra, para
una cuesti6n de orden..
SR. PRESIDENT (GUAS INCIAN) : Tiene la palabra
el senior Lombard.
6R. LOMBARD (AQILINO) : Pido a la Presidencia
que mantenga al orador en el uso de la palabra, para
explicar su voto; Iui.-. la OCmara no desconoce que
ii la explicaci6n de votos no puede establecerse' con-
troversia y ~lii- 1i, debates deben plantearse de ma-


nera distinta. Pido esto con la finalidad de que se
mantenga este estado de cordialidad que soy el pri-
mero en aceptar y en aplaudir, porque el leader de
la mayoria esta recogiendo y contestando las pala-
bras del sofior Martinez Fraga, expuestas brillante-
mente, cuyas palabras yo he sido el primero en aplau-
dir, desde mi modest condici6n de Representante.
Pero si vamos a empezar a hacer manifestaciones alu-
sivas a un pasado enojoso, nos' habremos enfraseado
en un debate politico y cada uno de nosotros ocupara
la natural posici6n a que la circunstancia nos lleva,
planteando la cuesti6n de manera, formal para esta-
blecer un debate politico en toda su integridad. Rue-
go, pues, al senior Presidente, que mantenga al leader
en el uso de la palabra; y a los demAs que tengan ne-
cesidad de explicar su yoto, que lo hagan en su opor-
SI i ,i l.,.l 4
SB. BRAVO ACOSTA (.AN\ 'i.,',): Pido la palabra,
para una alusi6n.
SR. PRESIDENT (GUAS INChIN): Tiene la palabra
su seioria.

SR. BRAVO ACOSTA (ANTONIO) : Me he sentido alu-
dido por el senior Lombard, porque yo fui el que hice
la interrupci6n, pero lo hice solicitando previamente
el asentimient6 del que estaba en el uso de la palabra;
por eso me ha ,..iiii.,,l.. r,'i..-.i que despues de con-
cedida la palabra por quien .',i., liir. l -s.'. autori-
zado para ello', S. S. viniera a solicitar que me Ila-
maran al orden.
SE. LOMBARD (AQuILINO): Yo me amparo en el
Reglamento, y S. S. debe ser' el primero en aplaudir
mi solicitud.
SR BRAvo ACOSTA (ANTONIO) : Si el orador acep-
ta la interrupci6n, el Reglamento esti de acuerdo con
ello.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Continfia en el
uso de la palabra el senior Urquiaga. La Presidencia
declare que, en este caso, tiene la raz6n el senior
Lombard.
SR. UBQU'IAA (CARMELO) : Voy a complacer al se-
fior Bravo Acosta. Porque por encima del reglamen-
tarismo, segin el cual, como expresaba la Presidencia,
tiene la raz6n el Sr. Lombard, hay un bibito, una
costumbre que casi ha llegado a hacerse ley, de i'ie
se interrumpa al orador, aun en explicaciones de vo-
to, como esta. El senior Bravo Acosta hizo alusi6n a
nuestra situaci6n econ6mica. Hay que aeeptar que
no nos encontramos sobre'-un lecho de rosas, pero es
que esta es la parte .principal de la argumentacion en
este sentido; pues tampoco puede decirse, en honor
a la verdad, que ning6n pais del mundo se encuen-
tre en una 6poca de prosperidad y en una 6poca de
bienandanza. Es que Cuba, dependiente por razones
hist6ricas .1.- la influencia d. t..tr I i;,'..-r,..,i nacio-
nes, esclava hasta hace cerca de treinta afios, tiene que
girar en ]a 6rbita econ6mica cerea de los grades as-
tros que son las nacionalidades europeas y la nor-
teamericana. Es que esa es una realidad tan tangi-
ble que esta mayoria Liberal-Popular, desde los co-
mienzos de la era de su gobernaci6n, trat6 sabia y
habilmente de que nosotros nos sustraj6ramos de ese
influjo, estimulando nuestras industries, procurando
que no d'tnidi.:r.'1,,s del mono-cultivo, que el obre-






DIARIO DE RSECIOPONEG DE hA CAMARfA DlE RIEPRESENTANTS 11


ro cubano tuviera industrial en que ganar sus sus-
tentos.' Es que acaso la situaci6n en los Estados Uni-
dos, con un desnivel de cerca de mil millones en su
presupuesto,-y perd6neseme si exagero la cifra, ya
que veo al sefio Chardiet con dnimo dispuesto a re-
bajar o a aumentar algo de esa cifra,-es que la na-
ci6n espafiola, que decret6, oidlo bien, con fecha 1
de Enero despu6s de haber tratado de hacerlo hace
mas de un mes, la cesantia del cincuenta por ciento
de sus empleados; es que en Alemania, depauperada
y llevada a la miseria'; es que en algunos de esos pai-
ses, 6 la situaci6n econ6mica es mejor que la de Cuba
Si esa es la situaci6n, si no podemos ni volver la vista
a nuestros hermanos latino-americanos, porque alli
se ha llegado ya al sumnwn del desastre econ6mico,
alli los bancos han quebrado en su casi totalidad, alli
ni se pagan los cupones vencidos de la deuda pfblica
externa e internal; alli se debe casi ocho o diez meses
a los empleados pfblicos. Si volvemos la vista alli,
no i,'.ut''.ii'l-l.ni mns sque cuadros que horrorizan y
hacen pensar que nuestra situaci6n es halagiiefia.
Vease esto,,que es grdfico: Hace meses se hablaba del
problema de los emigrantes y que habia que reem-
barcarlos. Se hicieron colectas publicas para reem-
barcar a los hombres sin trabajo. El Gobierno de
nuestra Repfblica, por todos los medios posibles pro-
pici6 que fueran reembarcados, que se les alimentara
mientras estuvieran aqui; y ahora, segfn la prensa,
a esos mismos individuos que fueron embarcados, hay
que vigilarlos para que no regresen a 'Cuba. Por eso
decia .que no es possible que se nos quiera colocar ese
problema econ6mico, que desde luego comienzo por
aceptar que existe, pero agregando que existe en to-
dos los paises del.mundo. Si alg6n pueblo trabajador
sabe luchar contra desventuras, es el nuestro. Si erro-
res ha habido de eclculo, demostrard que la inteligen-
cia humana es limitada; pero nunca, que los hubiese
de mala fe, ni que hubiera el prop6sito de que pudie-
ra surgir esta situaci6n. Pero bien contrastan, efecti-
vamente, los distinguidos elements de la oposici6n
frente a la existencia de ese pavoroso .dilema, la ne-
cesidad de unirnos y tratar de salvar la Repiblica en
el orden econ6mico.
Agravado este propio problema, por qu6 no llegar
a un acuerdo? V6ase como en eso no diferimos, tam-
bi6n. Pero mientras ese problema econ6mico haya si-
do agravado por la oposici6n; alld en Europa, cuan-
do se reunian los plenipotenciarios nuestros para tra-
tar sobre la cafia y el azdcar, so hacia circular la es-
pecie de que no debian reducir su zafra, las otras na-
ciones que debian firmar el concerto, porque esta
Republica estaba a punto de caer. Y mientras se es-
per6 el afio pasado y se espera tambi6n confiadamen-
te en 6ste, que haya una buena temporada de turis-
mo, de tres o cuatro millones de pesos que venga a en-
grosar los fondos en circulaci6n, entonces despiada-
damente so hacen circular por.el extranjero hojas
sueltas, donde se exageraba la perturbaci6n piblica.
.Ml-,iti i-, todo esto suceda; mientras se insist en que
el iffeliz ch6fer ke muera de hambre; hientras al po-
bre guajiro que tiene su sitio en los alrededores no
puede vender sus products; mientras el comercio no
tenga salida durante todo este tiempo, habremos de
convenir precisamente que la oposici6n esta tratando
de agravar, en el orden econ6mico, nuestros asuntos.
Eso, sefiores Representantes, es absolutamente cierto;
son verdades que por nadie puede discutirse. Pero,


pensemos en el bien de Cuba, pensemos que la llr'pia
situaci6n de Cuba es transitoria; y que, en cambio,
aunque no sea mas que bella utopia la Repdblica es
eterna, la Repdblica es imperecedera.
Y ahora, reiterando mi mds cordial bienvenida,
quiero decir al compafiero que, seguramente por las
verdades que aqui ha dicho, 61 y sus compafieros ex-
carcelados no habrian de correr ]a p.rl'i i suerte del
sacerdote de Neptuno, porque tal vez diria -.:rni.1..e
espantables, revelaciones que no puedan'ser ...i..ii,-
das por oidos humans; pero por lo que ha dicho el
senior Martinez Fraga ahora, o sea que la serpiente
permanece en el mar, recibirA los plAcemes de todos
,.us conciudadanos como lo he hecho yo, por lo que
ha sido bellisimo tema de su discurso, en el que se
reitera la sentencia biblical de Gloriaa en las alturas
y paz en los hombres de buena voluntad".
(Aplaisos).
SR. PRESIDENT (GUAS INCLIN) : Tiene la palabra
el sefor Eladio Ramirez, para explicar su voto.
SR. RAMiREZ DE LE6N (ELADO) : Sefior Presidente
y sefiores Representantes: Dos palabras, para expli-
car mi voto. Vot6 que si a la proposici6n incidental
del senior Iirzel, a pesar de que nosotcos mantene-
mos, (y al decir nosotros me refiero a las Liberales y
Populares orientales) el criterio de que respondiendo
al clamor uninime de la prensa y de la cOlini'i: pi-
blica es absolutamente indispensable que la. Cdmara
de Representantes entire a tratar con toda urgencia
el debatido problema, del impuesto ai petr6leo y sus
derivados; vote que si, digo, porque el senior Hirzel
compafiero muy estimado y querido de mi provincial
y de mi pueblo, me explic6 que era necesario que es-
te reajuste del presupuesto de la Cdmara quedara
aprobado en el dia de hoy, porque al finalizar el mes,
hoy, era necesario que no otros tuvi6ramos ya una
orientaci6n definida, respect ala I'-rmi i en que se
habria de liquidar este mes que hoy terminal. Pero
no queriendo despertar dudas con respect a nues-
tra actitud anteriormente mantenida, inmediatamen-
te solicitamos que se declarara en sesi6n permanen-
te la Cimara para que tratara esta noche, mafiana
o cuando fuera posible, del problema del petr6leo, en
la seguridad mis complete y absolute de que la re-
presentaci6n Liberal-Popular de Oriente se manten-
dri en sus escafios todo el tiempo que sea neceaario
para cumplir, en esta forma, con su deber.
SR. PRESIDENT (GuAs INCLAN) : Tiene la palabra
el senior Valls para explicar su voto.
S.R VALLS (FELIPE) : Sefior Presidente, y .,.,,,r..
Representantes: Soy un convencido de la necesidad
que tenemos de votar la ley del petr6leo; y si esto
fuera poco, hay el acuerdo del Comit6 Liberal-Popu-
lar de mi provincia, de Oriente, al que me honro en
pertenecer, de que se tratara dicha Ley del Pet r.-A..,
en primer t6rmino. Pero vierido que mi distinguido
compafiero el senior Le6n Hirzel, que no asiisti6 a la
reunion del Comit6 Parlamentario de Oriente, donde
se acord6 que se tratara la L.*. del Petr6leo en pri-
mer t6rmino, hacia una *proposici6n incidental a la
C6mara, pidiendo que esta se constituyera en sesi6n
secret, acept6 y vote la petici6n, para complacer a
mi compafiero, en la seguridad de que finicamente
por no haber asistido 61 a la reuni6n del Comite Par-







12 DIARIO DE -41'.EKb NE,,, DE LA C i\i.~ T)E i I; ->'1ANTES


]amentario de Oriente, era que se pronunciaba en la
f..i i, en qiue lo hizo en la noche de hoy.
SR. PRESIDENT (GuAS INCLAN) : T1 V.- ]a palabra
el sefior Verdeja, para explicar su voto.

S. V, I ii .1 ,< ': 'rTIAO): Sefior' Presidente y se-
iiores 1,. 1l it I1,. .: he solicitado la explicacidn de
mi voto, precisamente para aprovechar la oportuni-
dad de dirigirmita la Cimara, ya que algunos com-
pafieros solicitaron que esta sesi6n se declare secret.
Permitai~eme que primeramente le d6 las mas ex-
presivas gracias al sefior Urquiaga, por las pruebas
inequivocas de aprecio con que nos honra. Nosotros,
los aludidos por 61, recogemos con infinite gusto sus
anteriores manifestaciones, porque ellas demuestran
en estos moments algo mis que un delicado senti-
miento de afecto,; y es que en las palabras del senior
Urquiaga se evidencia la necesidad de que todos los
cubanos se interesen en los problems que amenazan
a la Patria.'
En una de las veces que tuve el honor de presidir
esta OCmara, en solemn ocasi6n tambi6n, hube de
decir y ahora lo repito, que la virtud por excelencia
i,61.1i., y !1 ;i. i, es el amor a la justicia; y que, pa-
ra llegar a ]a comprensi6n de 6sta, como nexo de so-
'lidaridad social; precisa que las facultades animicas
hayan pasado por el tamiz de la verdadera moral,
trasmutando, como en alquimia de lo incorp6reo, la
ira., en templanza; la envidia, en estimulo; y el bien
ajeno, en propia satisfacci6n.
Los Representantes excarcelados, al venir por pri-
mera vez despu6s de nuestra prisi6n a este hemicielo,
al 'i,- razones de alta delicadeza nos impedia con-
currir, henios vuelto a .1 por la aguda ;i av..l- il de
los problems que afronta el pais; mis graves aun
que aqu6llos que se cernian sobre la' Repfiblica en
los dias anteriores a nuestro encarcelamiento.
Por eso, pues, nos encontramos esta noche aqui,
lispuestos a laborar con todos los elements de bue-
na voluntad,-que lo son para mi todos los de esta
'Camara,-en lo que sea beneficioso a la salud de la
Patria.

Preciso es reconocer, senior Presidente y sefiores
Representantes, que no basta nuestra presencia de
nuevo entire ustedes para que la CAmara d6 por cum-
plida su actuaci6n, en cuanto a los press politicos;
pues no puede la propia OCmara limitar el alcance
de sus gestiones a la simple excarcelacidn nuestra,
por ser Representantes; porque no hay nada que abo-
ne en favor'de esta 11.- cl-,,1. cuando compatriots dig-
nisimos, acusados de la misma culpa que :iI.. Il.l.-
si culpa debe 11amarse el motivo que nos llev6 a las
prisiones de la. Repfiblica,-permanecen afin encar-
celados.

Es fama que HIrcules grab6 sobre los montes de
Abila y Calpe la e6lebre frase "Non plus ultra",
ereindole limits imaginarios al mundo. "Non plus
ultra", dicen los que no han podido rasgar el velo
,odioso de su ignorancia. Pero nosotros, cual nuevos
cruzados, debemos ser infatigables en la fe y en la
conquista de los derechos a la libertad propia y aje-
na. En estos instantes, esa libertad es indispensable
para la salvaci6n de la Patria.


Be pdblico se dice que'hay anhelos de una soluci6n
paraI los ,,i.11 1 a, nacionales; pero I.i.r cualquier
causa se suprimen las visits a los press politicos y
6stos son incomunicados intempestivamente. Inicia el
senior Presidente de la lRepdblica un viaje por la mis-
ma, y se dice que va a estudiar los expedientes que
correspondent a. los. couipatriotas nuestros que esthn en
las prisiones del Estado. &Qu6 estudio de Il. i-,. ex-
pedientes puede hacer el senior Presidente durante
ese recorrido? En realidad que desde aqui, sin expo-
nerse a las i .....1i.. I! I ,I1..- de un largo viaje a trav6s
do la Repiblica, el senior P, ;.1 JI. puede decretar
la. libertad de los press politicos. Plor. qu6 la Cama-
ra, que pidi6 nuestra excarcelaci6n por ser Represen-
tantes, no se yergue para pedir la libertad de los que
no lo son y que estdn press por la misma casa que
1o estuvimos l'-..-....,
(Aplausos).
Entiendo que ha llegado el moment de que la Ca-
mara asuma una actitud que, segfn decia nuestro
distinguido compafiero scfior M.-N tIho.. ] 'r, .i. colo-
que en igualdad de condiciones a todos los cubanos
para resolver sus problems.

Aunque no se quiera reconocer por ,il.-ii.u, que es-
td en peligro la vida de la Patria, hay que aceptar
la conclusion de que, en el ambient que respiramos,
no es possible la existencia de nuestra nacionalidad.

Yo desearia que la Ckmara hiciera un alto y echa-
ra a un lado cualquier obstAculo para venir a este he-
micielo, como la mis alta representaci6n del pueblo
de Cuba, y que todos pidi6ramos y encontrframos,
aqui, luz para nuestra inteligencia, vigor para nues-
tra voluntad y constancia para nuestro espiritu, tra-
tando de salvar por todos los medios y con todos los
sacrificios la Repfblica de Cuba.
Por mAs que algunos digan "ya se cansarAn", no
creemos, sefiores, que nuestros compatriotas lleguen a
cansarse. Pensemos que este pueblo necesita salir ai-
roso de ]a empresa que lo embargo, pues de no ser asi
Ilegarh para Cuba la hora de las supremas resigna-
clones.
Todos estamos obligados .a bascar medios p*lrsa re-
solver los graves problems que amenazan la nacio-
nalidad cubana; y no debemos decir que vamos a em-
prender el esfuerzo mafiana o pasado, porque en ese
aplazamiento s6lo 7. li'-..i'. i.... ]a agonia lenta del
pais.
De abi que sea necesario no demorar ciertas solu-
ciones, sino provocar la crisis y provocarla con valor,
con la dignidad que siempre ha tenido el pueblo cu-
bano; para que nunca tengamos que decir "ha 11. .:-
do la hora de las supremas resignaciones", sino la
hora de la irli !, i resoluci6n; la que estarh ampara-
da por la justicia y sostenida por el deber y el dere-
cho a esa libertad tan anhelada y que no se tiene por
la sola circunstancia de que no estemos en la cr'cel.
Hoy, nosotros, nos sentimos tan prisioneros como
los que viven detrds de la reja. Por eso sefialamos la
imperiosa necesidad de i ,'i !- la situaei6n qcueo ,tr-l-
vesamos.
;SR. LOMBARD (AQUILINO) :Pido la palabra, para
una cuesti6n incidental.






DIARIO DE SESIONEIS DE LA CAMERA DE REPREIS'ENTANTqr 13


'SR. PIr;EEIDENTE (GUAS INCLAN): Tiene la palabra
el senior Lo:mi,.ard
SR. LOMBARD (AQUILINO): Despues de oir al. se-
flor Verdeja, cuyas palabras dejan en el recinto de
la C,Amara una interrogaci6n, me permitiria por con-
ducto de la Presidencia, proponer a la Cimara que
antes de ir a la sesi6n secret acordada hace un ins-
tante, aunque esto envuelve una revision de acuerdo,
y antes de entrar a 1.1,'.,lir la Ley del Petr6leo, plan-
teemos de manera formal el debate politico acerca
de todos estos t6picos de actualidad.
Yo he oido con verdadero regocijo al senior Marti-
nez Fraga, y lo he visto en un verdadero piano de con-
ciliaci6n, en el mismo piano en que se ha mantenido
la CAmara desde los dias aquellos en que se inicia-
ra la revoluci6n l6timia y en que nuestros ilustres
compafieros, en cumplimiento de lo que ellos creian
un ,ilo.-; : se :azaron contra el Gobierno constituido
y fueron tomados prisioneros en las aguas de Rio
Verde. He oido, tambi6n, con verdadera complacen-
eia al senior Verdeja, cuya amistad me ha honrado
siempre, cuyas palabras produce en mi animo efec-
tos extraordinarios. 'Como estas cuestiones han sido
dichas en explicaciones de voto, como la mayoria de,
la C. ii.kt'a no ha podido recoger los arguments de
los oradores ille' hlan .xpresado sus seitimientos res-
pecto del moment actual que vive el pais, es que me
propongo, por conduct de la Presidencia, proponer
que en esta msisma no.he, antes de la disc-usin de las
leyes ya anunciadas, se plantee un debate politico para
dar al pais las propias sensaciones que ellos acaban
de darnos, pero en sentido completamente opuesto,
ya que para cada uno de los arguments y para cada
uno de lao razonamientos aducidos especialmente por
el senior Verdeja, la mayoria de la CAmara tiene los
suyos tambi6n, a fin de demostrar los motives por los
cuales los elements que ain continflan press, en po-
der de la Justicia, no han podido ser excarcelados has-
ta estos moments, de la manera que lo fueron ellos;
porque la Presidencia de esta OCmara realize muchos
esfuerzos en el sentido de excarcelar a nuestros dis-
tinguidos compafieros, al igual que el resto de esta
Camara, que puso su empefio tambi6n para excarcelar
a otros elements que aun continian press; y estan-
do suspendidas las garantias de la Constituci6n por
ministerio de la ley y por disposici6n del Congreso,
en manos del Presidente de la Repfblica estin los
press politicos que guardian prisi6n; por todos estos
motives ruego a la Presidencia que plantee el proble-
ma a la Camara.
SR. URQUIAGA (CARMELO) : Pido ]a palabra.
SR. PRESIDENT (GUUAS INCLTN) : Tiene la palabra
su senoria.
SR. URQUIAGA (CARMELO) : Sefior Presidente y se-
fiores Representantes: Yo rogaria al senior Lombard
siempre bien inspirado, que retire su proposici6n;
porque conoce que hay un acuerdo firme de la Cama-
ra y sabe que las cosas que aqui se han dicho son se-
millas que se lanzan al surco y que hab'rn de frue-
tificar. Le ruego que posponga la proposicion para
otra, oportunidad, con mayor conocimiento de causa,
sabiendo cual es la forma en que habriamos de pro-
ducirnos, y 'pudiera irse con amplitud al debate.
SR. LO1BARD (AQUILINO) : Con much gusto retire
la proposici6n.


SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Tiene ]a palabra
el senior Aguiar, para explicar su voto.
SR. AGUIAI .(MIGUEL A.): S.- l:ir Presidente y se-
fiores Representantes: -Cifinndome lo mAs estricto po-
sible al Reglamento, en lo que se refiere a las expli-
caciones de votos, tratar6 de decir breves palabras, ya
que despuds de las bellas, serenas, reflexivas, medi-
tadas del senior Martinez Fraga y de la palabra siem-
pre cAlida y emocionante del senior Verdeja, entire uno
y otros compafieros han estimado lo que es la inI',1i-
gencia de los cuatro compaiieros de prisi6n y de C'-
mara. Pero yo tenia que explicar mi voto, ya que opo-
nikndome o contradiciendo lo que normalmente es
una costumbre parlamentaria de aceptar la constitu-
cicn secret de la Camara tan pronto lo pida un com-
paiero, el Representante que habla se :'xlr.,'. nega-
tivamente, y tenia el double deber de explicar a ese
companero la raz6n de la ii-.;,ti.; en el voto y, al
mismo tiempo, cumplir lo .que entendia que era un
mandate imperative de la conciencia. Votaba que no
se constituyera la CAmara inmediatamente en sesi6n
recreta, porque estimaba, como estimo, que antes de
tomar participaci6n alguna en las iabores li-islitivas
de cierta manera, debia exponer a la Camara eual era
nuestro sentir en los actuales moments y eules los
fundamentos que determinaron a romper motives de
delicadeza ampliamente explicados por ellos. Ya todo
esto esta dicho por ellos. Ya esti explicado brillante-
mente por los queridos (..iiiI,-'ir.I; sin ni i],ir.i., con-
viene rectificar algunas ideas y algunos e-in,.-,pt:,i. La
sensaci6n que nosotros tenemos, empleando una pala-
bra casi vulgar, puede decirse que es catastr6fica en
relaci6n con el present y el porvenir de Cuba. Hon-
radamente nos sentimos y lo estimamos asi; y des-
pues de meditado studio, nos consideramos en el de-
ber de acudir a este reqinto de la Camara, el inico
al que podemos acudir y el fnico en que se pueden
encontrar soluciones, para decir a nuestros compa-
iieros: La situaci6n de Cuba la vemos de esta suerte.
Pensad y meditad vosotros si estamos en lo cierto o
no lo estamos. Y si vosotros cre6is que estamos en lo
cierto, vosotros que integr'is el poder mis fuerte del
Estado dentro del desenvolvimiento normal de la
Constituci6n de la Repuiblica,, apresuraos a ponerle
remedio a los males; para. que la Repfiblica nunca su-
cumba por la pasi6n ni la ambici6n, para que no so
repita dia tras dia lo que una gran parte de la ju-
ventud cubana lament en 1906. Pensamos que era
nuestro deber venir a la Camara y antes de enfras-
carnos en debates de legislaciones mas o menos ade-
cuadas, considerar este problema national, estudiarlo
con elevaci6n de miras, con alteza de patriotism, co-
mo siempre se inspira la Camara; como nosotros mis-
mos, despojadas de toda pasi6n, de todo sectarismo,
despojados de todo dolor moral y material, porque el
dolor material de la Repiblica esti por encima de
todo, venimos a exponer estas ideas con toda since-
ridad y con toda la amplitud necesaria para que scan
oidas en este ambiente donde debian resolverse los
problems de la Patria. Por eso votaba que no a la
sesi6n secret. Naturalmente que tenia que limitarme
a esta actuaci'6n sin entrar en mayor debate, precisa-
mente para no ser ilamado al orden por infracci6n
reglamentaria; porque aun cuando el que able siem-
pre es cort6s y poco amigo de la discipline, al cabo
de los afios va entrando por el amor a la discipline y
va acomodAndose a ella, con preferencia, antes de ser






14 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES
.


requerido y llamado al orden, ya sea en el tono cari-
fioso con que siempre lo hace la Presidencia, ya sea
atendiendo la sfiplica tambi6n cort6s que al propio
President de la Clmara le hace algfin compafiero.
De toda suerte, creo que cabe dentro de esa expli-
caci6n de voto, la raz6n por mi expuesta; y quiero
llevar al Animo de la 'Cimara y de mis propios com-
pafieros, que lo que hemos dicho y venimos diciendo
es exacto, que la situaci6n de Cuba es grave en el or-
den politico y en el orden econ6mico, porque al fin
y al cabo puede deeirse que uno y otros factors se
encuentran estrechamente unidos. Nosotros entende-
mos que la CAmara debe, primero y antes que todo,
resolver este problema. Asi nosotros entendemos, y
asi Jo proclamamos, que cuanto antes hay que volver
a la normalidad. Si esto tambj6n lo estima necesario
el propio Gobierno de la Naci6n, claro es que nos-
otros tenemos que venir, aqui a pedir con el alma y el
coraz6n, con toda la fuerza de nuestros pulmones,
que cuanto antes sean libertados aquellos individuos
que no gozan como nosotros del aire y.del sol; y que
sintiendose tan cubanos, como nosotros, y tan patrio-
tas como nosotros, se encuentran en estos moments
privados de libertad. Los hombres tienen tambien que
abrigar en su alma sentimientos generosos, que sub-
sisten en las colectividades. La colectividad cubana,
para subsistir, precisa reclamar la inteligencia fran-
ca y abierta, el choque de corazones de todos los gru-
pos de cubanos, cualesquiera que fuese su tendencia,
cualesquiera que fuese su idealidad; precisamente
para reclamar una necesidad political que lleva como
consecuencia el studio y la resoluci6n de los proble-
mas econ6micos, que nunca serAn resueltos por leyes
aisladas si el pais disfruta de la tranquilidad ma-
terial, para considerar ells: problems, y para que el


desenvolvimiento econ6mico de Cuba pueda ser nor-
mal y las fuentes de ingreso sirvan para softener hon-
rosamente al Estado.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN) :,Terminada la ex-
plicaci6n de voto, se constitute la Chmara en sesi6n
secret.
(Eran las 8 y 30 p. m.)

SR. PRESIDENT (GuAs INCIAN): Se reanuda la se-
sion pfblica.

(Eran las 11 y 20 p. m.)
Se va a pasar lista, a solicitud de un sefior Repre-
sentante.

(El official de actas pasa lista).
SR. VALLS (FELIPE) : Sr. President: Pido la ree-
tificaci6n de la lista.
SR. PRESIDENT (GUlS INCIAN) : Se va a reetificar
la list:
(El official de actas pasa nuevaimente list) .
SR. PRESIDENT ('GuAS INCItN) : Falta algfn se-
nor Representante por contestar a la lista
(Silencio).
Han respondido 56 sefiores Representantes.

No hay .i,,- ,in.
Se levanta la sesi6n.
(Eran las 11 y 30 p. m.)


- V. fl NMNbI Y *A, 0V 0 1 IT .A




University of Florida Home Page
© 2004 - 2010 University of Florida George A. Smathers Libraries.
All rights reserved.

Acceptable Use, Copyright, and Disclaimer Statement
Last updated October 10, 2010 - - mvs