Group Title: Diario de sesiones del Congreso de la Republica de Cuba
Title: Diario de sesiones del Congreso de la Républica de Cuba
ALL VOLUMES CITATION PAGE IMAGE ZOOMABLE
Full Citation
STANDARD VIEW MARC VIEW
Permanent Link: http://ufdc.ufl.edu/UF00015180/01272
 Material Information
Title: Diario de sesiones del Congreso de la Républica de Cuba
Physical Description: v. : ; 31 cm.
Language: Spanish
Creator: Cuba -- Congreso. -- Cámara de Representantes
Publisher: s.n.
Place of Publication: Habana
Manufacturer: Imprenta de Rambla y Bouza
Publication Date: 1902-
 Subjects
Subject: Politics and government -- Periodicals -- Cuba   ( lcsh )
Genre: federal government publication   ( marcgt )
 Notes
Dates or Sequential Designation: 1. legislatura, v. 1, núm. 1 (oct. 1 de 1902)-
General Note: Title from caption.
 Record Information
Bibliographic ID: UF00015180
Volume ID: VID01272
Source Institution: University of Florida
Holding Location: University of Florida
Rights Management: All rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier: aleph - 001845781
oclc - 28760011
notis - AJS0072
lccn - sn 93026707

Full Text


REPUBLICAN DE CUBA


DIARIO DE SESIONES
DE LA
CAMERA DE REPRESENTANTES

DECIMO TERCERO PERIOD CONGRESSIONAL

QUINTA LEGISLATURE

VOL. LII LA HABANA, 20 de Junio de 1929. NUM. 35


Sesion extraordinaria de 18 de Junio de 1929.

Presidentes: Sres. Rafael Guas Inclan y Emilio Martfnez Quiroga
Secretaries: Sres. Manuel Capestany Abreu y Jose Alberni Yance

SUMARIO

A las cinco y veinte y cinco minutes p. m. la Presidencia declara abierta la sesi6n..-Continuaci6n del
debate acerca del proyecto de ley modificando la Ley de Retiro Ferroviario.-Hace uso de la pa-
labra el sefior Urquiaga en contra de la enmienda del senior Aguiar sustitutiva de los articulos 58
y 59 del proyecto siendo interr.umpido por los sefiores Ramirez de Le6n, Garcia Montes, Mendo-
za y Carlos Machado.-El senior Zaydin present una enmienda. para sustituir la que se debate, la
que explica y apoya.-Hacen aclaraciones los sefiores Urquiaga, Tomb y Castellanos y de nuevo
habla el senior Zaydin.-Retira el senior Garcia Montes la enmienda del senior Aguiar manifestan-
do que se halla autorizado para ello.-Hallndose en el uso de la palabra el senior Castellanos se
suscit6 un incident entire el citado senior Represcntante y el senior Garcia Montes; la Presiden-
cia a solicitud del senior Carlos Machado declare la Camara constituida en sesi6n secret, siendo
las seis y veinte p. m.-Se reanuda la sesi6n a las seis y cincuenta p. m.-Los sefiores Castellanos
y Garcia Montes ofrecen amplias explicaciones a la Camara y a la Presidencia respect a lo ocu-
rrido, y la Presidencia las acepta y express la satisfacci6n en nombre de la Camara, dindose por
terminado el incidente.-Despu6s de nuevas manifestaciones del senior Zaydin queda aprobada en
votaci6n ordinaria su enmienda, haciendo constar sus votos en contra los sefiores Urquiaga y Cas-
tellanos.-Ocupa la Presidencia el senior Martinez Quiroga.-Se aprueba una enmienda del senior
Aguiar que afecta a los articulos 60, 61, 62, 63, 64 y 65, aceptAndose una modificaci6n del senior
Zaydin al articulo 63.-Es rechazada una enmisnda adicional del senior Sardifias a las disposicio-
nes transitorias.-La Presidencia anuncia el inicio del debate de aquellos articulos, que por acuer-
do de la Cimara habian sido propuestos.-Una enmienda del senior Alberni se aprueba en sustitu-
ci6n del articulo 2 del proyecto, asi como otra del senior Zaydin; se rechazan las de los sefiores
Aguiar, Urquiaga y Castellanos, y retira el senior Alberni una adicional por 61 presentada.-Ocu-
pa la Presidencia el senior Guis Inclan.-Se abre debate por parrafos sobre el articulo 3, aproban-
dose el primero con una enmienda del senior Zaydin, y retirando una adicional el senior Castellanos.
Sin discusi6n se aprueba el pirrafo 2? y se sustituye el 39 por una enmienda del senior Castellanos,
interviniendo en el debate los sefiores Castellanos, Urquiaga, Tom6, Mendoza, Zaydin y Ramirez
de Le6n.-En lugar del articulo 4 queda aprobada una enmienda del senior Urquiaga defendida
por su autor y contra la que consume un turno el senior Castellanos; retiran las enmiendas presen-






2 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRE1SENTANTES

tadas a ese articulo los sefiores Aguiar, Mendoza y Claret.-Sin discusi6n se aprueba el articulo
5 con una adicional del senior Zaydin; los articulos 6? y 7? quedan sustituidos igualmente que el 8?
por dos enmiendas del senior Aguiar.-Despu6s de aclaraciones de los sefiores Castellanos, Urquia-
ga y Tom6 se aprueba el articulo 12 del proyecto.-El articulo 28 es aprobado con una enmienda
del sefior Castellanos y adicional del propio senior Rppresentante; el articulo 31 se sustituye por
una enmienda del senior Aguiar.-Para sustituir al articulo 50 se aprueba una enmienda del senior
Castellanos, quien retira la adicional que tenia presentada.-Queda modificado el capitulo "dispo-
siciones finales" por una enmienda del senior Aguiar.-Terminada la discusi6n del proyecto de ley
relative al Retiro Ferroviario se acuerda a solicited del senior Tom6 remitirlo directamente al
Senado, despu6s de la revision de estilo.confiada a una comisi6n especial que el senior Presidente
design, y formada por los sefiores Castellanos, Urquiaga, Tome, Garcia Montes, Zaydin y Aguiar,
y en calidad de secretario el senior Capestany.-La Presidencia levanta la sesi6n a las nueve p. m.
Texto del Proyecto de Ley que modifica la Ley del Retiro Ferroviario que ha sido enviado al Se-
nado.


SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Se abre la se-
si6n.
(Eran las cinco y veinticinco p. m.)


Se va a dar lectura a una enmienda del
Aguiar sustitutiva de los articulos 58 y 59.


senior


(El official de actas lee).

ENMIENDA

ARTICULO LVIII.-La Caja General de Jubi-
laciones y Pensiones inicialmente destinara de sus
fondos hasta la cantidad de quinientos mil pesos,
con los que se crearA la secci6n de prestamos de la
misma y los que efectivamente realizard a las perso-
nas comprendidas en esta ley.
Para la realizaci6n de este fin, asi como para au-
nientar la cantidad que al mismo se asigna, el Poder
Ejecutivo dictara las disposiciones que regulen sus
condiciones y funcionamiento, teniendo fundamen-
talmente en consideraci6n la mAs estricta garantia
para la propia Caja; y a tal fin habr6 de basarse en
las reglas siguientes:
a).-Los prestamos no podrin exceder del duplo
del sueldo, journal, pension, etc.; de que disfrutara
durante un mes el solicitante.
b).-El interns no podrA exceder del uno por
ciento mensual.

c).-La amortizaci6n deberA hacerse durante do-
ce meses consecutivos; y


d).--Las garantias deberan ser lo mas
posibles, para evitar p6rdidas a la Caja.


eficaces


ARTICULO LIX.-Las Compafiias, Empresas o
Sociedades comprendidas en esta ley, haran las de-
ducciones de sueldos, jornales o precious de contratos
que disponga la Junta de Gobierno, para reembolsar
a la caja, de los prestamos que Asta hiciera, y ya se
refieran tales dedueciones a los prestatarios o a sus
fiadores.
(f.) M. A. Aguiar.

SR. URQUIAGA (CARMELO): Pido la palabra.
'SR. ZAYDiN. (RAM6N): Pido la palabra.
.SR. PRESIDENT (GuAs INCLAN): Tiene la pala-
bra el senior Urquiaga.


SR. URQUIAGA (CARMELO): Sefior Presidente y se-
fiores Representantes: Voy a ser muy breve porque
ya en contra de esta enmienda habia tenido el honor
de consumer un turno en la sesi6n anterior y la ma-
yoria de las razones que piidiera opener en su con-
tra, son ya conocidas de la CGmara, pero como se
encuentran aqui algunos distinguidos compafieros
que no estaban presents en la sesi6n de ayer, voy a
concretar aunque sea de nianera breve, algunas de
las razones que habia expuesto en contra de lo que
indiscutiblemente es una bella tendencia del senior
Aguiar, pero que en la prActica pudiera repercutir
en dafio del obrero y sobre todo en detrimento grave
del prestigio que deben inspirar las instituciones so-
ciales nuestras en el extranjero y entire los hombres
que se dedican al studio de estos problems.

Al senior Aguiar le guia en esa enmienda un pro-
p6sito plausible, repito, porque trata por todos los
medios posibles de encontrar remedio con que aten-
der a la solvencia de la caja, quebrantada gravemen-
te por los excess cometidos por los propios jubilados
que en la mayoria de los casos se han acogido a los
beneficios de esta ley sin una necesidad perentoria,
buseando un logro y un medro personal en lo que
debia ser s6lo un refugio en su tiempo de ancianidad
y de penuria, y significar una garantia contra los
riesgos y las eventhalidades que habrian de pesar de
manera grande, sobre la propia instituci6n. Esta se
encontraria en "determinadas circunstancias con un
nfmero grande de sus miembros, sin amparo de cla-
se alguna y que gravitarian tal vez de manera tan
acentuada que llegarian a constituir un marcado de-
sequilibrio entire los medios con que dispone la colec-
tividad y los males que tendria que remediar. Pe-
ro yo entiendo, y conmigo tambien el senior Alberni
que esta seguramente tratando de este problema en
los actuales moments, que debemos por fin, justifi-
car los medios, que no debemos porque se obtengan
determinadas ventajas materials, sacrificar la rea-
lidad y la pureza de principios que debe regir todas
nuestras discusiones. Bueno es que se busquen me-
dios con que hacer que se robustezca la Caja de Ju-
bilaciones, pero pensemos cuales son esos medios, ha-
gamos que esos medios sean adecuados a la finalidad,
a la ideologia, a los procedimientos que deben regir
toda obra social como es 6sta, de manera esencialista.
No creo que porque se entendiera que el juego ilici-
to produce grandes ganancias se le ocurriria a na-
die proponer que para el auxilio de la Caja de Jubi-
laciones se establecieran garitos, aunque dejaran
pingiies ganancias y tam'poco debemos como algo








DIARIO DE 8ESIONES DE LA OAMARA DE REPIESENANTES 3


bueno, convenient, que se recurriera al "garrote"
que no es otra cosa el prestamo usurario que se esta-
blece para los trabajadores, que ya es de un interns
del doce por ciento, como de manera clara seria fAcil
demostrar ante la Camara.

Existen determinadas compaiiias de prestamos
que son temibles para los trabajadores que la cono-
cen por desgracia y que emplean estos propios pro-
cedimientos. El prestamo es con un interns de un
diez por ciento, ni siquiera llega al do-ce, obliga a
que se le vaya entregando una cuota semanal o men-
sualmente a las compafiias, asi que ese interns va au-
mentdndose en el oclculo matemhtico que habremos
de hacer del mismo y no podemos conceptuar esto
como una afirmaci6n arbitraria mia, puesto que el
propio senior Aguiar establecia que con quinientos
mil pesos de pr6stamo en tres afios habia de obtener
la Caja de Jubilaciones un mill6n quinientos mil pe-
sos de ganancia.
SR. GARCiA MONTES (JORGE): Un mill6n treinta
mil pesos.
SR. URQUIAGA (CARMELO): Un mill6n treinta mil
pes.os, me rectifica el senior Garcia Montes, luego, de
todos modos, se evidencia que el interns promedio
viene a ser durante los tres afios el setenta y siete
por ciento y hay aqui dos aspects distintos a estu-
diar. Primero, el del crdito usurario, el del interns
leonino que se le'sefiala a ese prestamo que como
quiera que sea habria de ser el trabajador, el obrero,
el que resultaria victim, porque esos quinientos mil
pesos serian como una bomba de subci6n, porque no
de otro modo darian el mill6n treinta mil pesos.
Sn. GARCiA MONTES (JORGE) : Esos son datos. que
el senior Aguiar tiene, yo no conozco la exactitud de
ellos.
,Sn. URQUIAGA (CARMELO): Para mi cualquiera
afirmaci6n del senior Aguiar y del senior Garcia
Montes merecen todo mi respeto.
SR. GARCiA MONTES (JORGE) : El caso es que ni si-
quiera 6sos son datos del senior Agiuar, sino que son
de experts que se los han entregado.
Sn. URQUIAGA (CARMELO) : Pero antes de estudiar
con detenimiento esta parte usuraria, me parece 16-
gico que nos dediquemos a ver si esos pr6stamos son
convenientes. Hay algfin antecedente hist6rico, hay
algfn antecedente de cualquier clase en alguna otra
legislaci6n extranjera que nos permit pensar que
esto ha sido ensayado ya y por otros ha sido estima-
do convenient? No. Existe si, y lo sefialaba ayer, el
pr6stamo que se realize en la Argentina, Chile y Ale-
mania a los trabajadores para la construcci6n de ca,
sas. Se hace en forma restringida, se emplean pro-
cedimientos que presten garantia absolute de que
han de ser rectamente empleados esos fondos y que
despues han de constituir una garantia mayor al di-
nero dado. Por ejemplo en la legislaci6n argentina
y chilena, se establece que estas casas seran construi-
das en un barrio para obreros, un verdadero barrio
para obreros, no como el que desdichadamente tene-
mos aqui, que por circunstancias que no son del caso
analizar ha ido convirtiendose al devenir de los tiem-
pos, salvo honrosas excepciones, en una instituci6n


privada, en la cual son determinados individuos y no
obreros, los que se benefician; y aquel ensayo, dicho
sea de paso, fu6 desdichado, por efecto de la admi-
nistraci6n, no porque la idea fuera mala. Cuando se
siguen rectamente estos procedimientos y se emplea
el dinero que se le da al obrero en fabricar, en ade-
cuados terrenos, donde se construyan parques y pa-
seos y escuelas y se les obligue a los obreros a ir
pagando mensualmente aquel dinero que recibieron
al cabo del tiempo, se encontraran con una propie-
dad para los dias 16bregos y tristes de la vejez, con
una propiedad que los haga amar mIs el suelo en
que viven y la patria a que pertenecen y sentirse
llenos de gratitud para los legisladores que han da-
do la posibilidad de no sentirse parias, sino ciuda-
danos, poseedores de una propiedad. QuB es, en
cambio, lo que aqui se propone? Un prestamo sen-
cillisimo, que le permit al obrero salir de apuros,
salir de circunstancias graves de penuria, que se le
present a todo aquel que no dispone de grandes
bienes de fortune. No es necesario que ese dinero
sea empleado en determinados gastos.
SR. GARCiA MONTES (JORGE) : S. S. est6 haciendo
un discurso admirable, lleno de idealidad, pero invi-
to por un moment, a S. S. a que vuelva a la reali-
dad de los hechos y vera que el obrero por fortune
o por desgracia, toma un prestamo a individuos que
le cobran una enormidad, pues segin informes reco-
gidos por mi aqui, anoche, les cobran hasta un diez
por ciento quincenal. De modo que esta instituc6n
que se crea crata de remediar el mal, de reducir el
interns, de procurar que salga el obrero de las manos
del "garrotero.'
SR. URQUIAGA (CARMELO) : A mi me parece que no
.,a remedia un mal creando otro mai.
SR. GARciA MONTES (JORGE) : Cuando es menor, si.
SR. JURQUIAGA (CARMELO): Ni aunque fuera me-
nor; debemos de ir buscando la extirpaci6n del mal,
pero no legalizarlo, no debe importarnos que' existan
injusticias, lo que debemos es impedir que esas in-
justicias se consagren oficialmente, porque el dia
que tal cosa se hiciera, defenderiamos un mal y nos-
otros debemos defender el bien por el bien. Yo ig-
noro en realidad que haya individuos que toman
prestado al diez por eiento quineenal, pero si los hu-
biera puede estar convencido S. S. de que esos obre-
ros tomarmn el pr6stamo que autoriza esta ley; lo to-
n aran y seguiran tomando el dinero a que yo me re-
fiero, quincenalmente, al diez por ciento.
SR. GARCIA MONTES (JORGE): Es que ya no puede
ser eso. Hasta el present moment rige con respeeto
a los sueldos de los empleados ferrocarrileros el pre-
cepto del C6digo Civil que hace embargables estos
sneldos tan s61o en la proporci6n del 25%; pero
nosotros hemos aprobado un precepto por el cual es-
tos sueldos resultan inembargables; y como quiera
que ahora los "garroteros" no darn ya ese dinero,
no habrA prestamos.
SR. RAMiREZ DE LE6N (ELADIO): Los sueldos de
'los empleados del Estado no son embargables, y, sin
embargo, los "garroteros" les dan dinero.
SR. MENDOZA (MARIO) : Todos sabemos que los ga-
rroteros exigen no solamente el diez sino hasta el






I DIARIO DE SESIONES DE LA C&MAIRA DE BEPRESENTANTES


quince y el veinte por ciento quincenal, y a pesar de
todo cuanto aqui se ha dicho, ellos seguirin prestan-
do su dinero y seguiran usando el procedimiento ac-
tual, porque el mas "guapo" es el 'que puede co-
brar.
SR. URQUIAGA (CARAMELO) : Y ereo, en realidad,
que si se declaran inembargables los sueldos, ya de
una manera definitive, malamente habra quien pres-
te su dinero sino a su costa y riesgo. Pero no me
importaria que se me pudiera tachar de idealista en
estii cuesti6h, porque ya lo dijo nuestro gran Marti:
"Jos grande pensamientos no nacen de los grandes
cerebros, sino de los grades corazones."
Asi, pues, no empeceria este argument el que fue-
re s6lo de indole sentimental; es que el sentim.ento
debe regir especialmente en esta ley, en la cual en-
tra, no la beneficencia, porque yo rechazo que sea la
base de ella, y si la humanidad, el compafierismo
bien entendi0o y el espiritu de defense que debe
existir entire los que forman estas colectividades.
Pero bien; el argument basico a que yo me estaba
refiriendo es el siguiente: L que ventaja report al
trabajador el que se le d6 una cantidad sobre la cual
ha de pagar el setenta y cinco por ciento al afio, si al
recibir el aumento en determinado mes, ha de ser en
todos los demas meses victim de aquel acto incons-
ciente que realize tomando una cantidad que dedic6,
seguramente, a sus placeres o diversiones? Lo ideal,
lo que se ensefia, lo mismo en la economic pfiblica
que en la privada, es que nadie se exceda en sus gas-
tos sobre aquellas entradas que se perciben; que si
un trabajador gana setenta y cinco pesos al mes no'
gaste mas de esta cantidad, porque entonces crea un
deficit que le cuesta penoso esfuerzo liquidar.
SR. GARCIA MONTES (JORGE): Esa es la regla; pe-
ro S. S. se olvida de las desgracias y las emergen-
cias que puedan ocurrir, como son las enfermedades,
las operaciones quirfrgicas, etc., .y toda esa series de
cosas que se presentan a un hombre sobre todo con
familiar y para las cuales tiene que buscar dinero de
alguna manera y que lo hacen recurrir a los pr&sta-
mos.

SR. URQTIAGA (CARMELO): No me convince, en
realidad, S. S. No debe olvidar el senior Garcia
Montes que para esos casos contamos con magnificos
hospitals donde pueden concurrir los obreros.
Sn. GARCIA MONTES (JORGE) : Pero es que el obre-
ro que se enferma no solamente tiene los gastos de la
dolencia que pudiera ahorrarse concurriendo a los
hospitals, tiene ademAs la falta de trabajo. que
le resta los ingresos procedentes de su salario, de su
trabajo, durante la enfermedad.

SR. URQUIAGA (CARMELO) : Para los casos de en-
fermedad existe el espiritu de humanidad que dan
muestras esas empresas otorgando licencias a las
cuales tienen derecho los empleados; pero no es en
esa forma como habiamos de acudir a la defense del
obrero. Conjuntamente con varies compafieros he
-presentado una proposici6n de ley de seguro contra
el paro forzoso que habria de ser la soluci6n de es-
te problema, pero con alteza de miras, no acudiendo
a ella por nna necesidad, tratando de remedial una
situaci6n para enriquecer la caja, estableciendo pre-


cedentes de usura. Por eso me parece a mi que seria
mejor que en vez de dar esa cantidad de dinero pa
ra redimirse con el duro yugo, debi6ramos hacerlr
en forma levantada, no en una forma tal que qui-
nientos mil pesos produjeran un mill6n trescientos
mil pesos en tres ainos.
SR. GARciA MONTES (JORGE): Yo no he hecho el
cAlculo del interns que represent la cantidad safia-
lada en la ley. Estoy de acuerdo con S. S. en que
si ese interns va a ser el 72%, es un tipo muy eleva-
do, que no debe aceptarse. De manera .que en ese as-
pecto no hay problema de ninguna clase. En ese
punto estamos de complete acuerdo.
Tampoco puede pretenderse que el dinero de la
caja sea un dinero de nosotros,. es un dinero de una
instituci6n que se crea para lucrar con su dinero,
que va a facilitarlo a menor tipo del que presta las
entidades bancarias, pero que lo prestan con mayo-
res garantias y a entidades solventes.
SR. RAMIREZ DE LEON (ELADIO): El interns que se
cobra de acuerdo con la ley no result tan fuerte, se-
gun el calculo del senior Aguiar; porque la ley auto-
riza que se cobre el uno por ciento mensual, y se co-
mienza por hacer el cAlculo, haciendo un descuento
inicial, lo mismo que hacen los bancos.
De modo que si un obrero pide cien pesos se le en-
tregan oehenta y oecho.
SR. GARciA MONTES (JORGE): A cuAnto asciende
el interns, segfn los calculos de S. S.
SR. RAMIREZ DE LE6N (ELADIO): Hay que hacer
nimeros exactos para calcularlo, que en este momen-
to no es oportuno. Nosotros estamos aqui estable-
ciendo, por virtud de esta ley, un negocio a favor de
la Caja, en competeneia con el "garrotero," pero le
damos una situaci6n de preferencia a la Caja, por-
que el articulo dice asi: (lo lee).
De modo que positivamente la Caja esta hacienda
anticipos con mis garantia de lo que los hacen los
bancos. Sin embargo, cuando yo voy a hacer una
operaci6n con un banco, el banco me descuenta, con
mi sola firma, un pagar6 con el oecho por ciento. Si
el interns que nuestra ley reconoce es el del seis por
ciento y el tipo normal es el ocho por ciento, y en
operaciones de menor importancia el diez por ciento
hay una garantia casi absolute contra el cAlculo de
probabilidades porque nuestro C6digo establece que
un interns de un site o un ocho por ciento es un in-
terss erecido, mAxime si, aunque la ley no lo autori-
cc, parece que el espiritu de la negociacion, es que
se descuente por anticipado el interns y que, despues,
se haga la deducci6n mensual para ir amortizando.
Sn. GARCiA MONTES (JORGE) : La ley lo dice?
SR. RAMIREZ DE LE6N (ELADIO) : La ley no lo di-
ce, pero se esta hacienda; en el cAlculo del senior
Aguiar se hace asi, demostrando con ello que tal es
el prop6sito.
Sn. GARCIA MONTES (JORGE): Pero es un calculo
que hizo un expert. Lo que ocurri6 es que se que-
ria hacer el descuento, pero eso me parece injusto.
SR. RAMiREZ DE LE6N (ELADIO): El senior Aguiar
ha explicado aqui que es igual a la forma en que se






DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 5


hacen esas operaciones en el Banco Territorial IIi-
potecario; pero ello no es exacto, porque en este se
entrega totalmente la cantidad y durante el primer
afio no se cobra interns alguno y, despues, se hace el
cAlculo de lo que corresponde a cada anualidad in-
cluyendo el capital y los intereses que se van amor-
tizando conjuntamente.
SR. GARCIA TMONTES (JORGE) : Pero en la ley no se
dice. Eso corresponde al reglamento.

SR. RAMIREZ DE LE6N (ELADIO) : Pero tampoco lo
prohibe. Y en la forma en que esti redactada la ley
estA casi reglamentada.
SR. GARCIA MONTES (JORGE) : En ese extreme no,
perd6neme su sefioria.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Puede continuar
en el uso de la palabra el senior Urquiaga.

SR. URQUIAGA (CARMELO) : Yo voy a terminar mi
exposici6n, y quiero recorder un caso que para los
sefiores Representantes de la Habana, para aqu611os
que fuimos electos en 1924 ha quedado impre-
so de manera indeleble en nuestra memorial; un
case en el cual tropezamos con el mismo contrasen-
tido que confrontamos ahora, en lo que parece que
con el fin se justifican los medios, aunque esos me-
dios sean reprobables y sin embargo ha manchado el
nombre y la reputaci6n ,de uno de nuestros terminos.
municipales mas prestigiados en cualquier orden.
No voy a citar de que lugar se trataba, pero ya ccerca
de mi ha surgido inmediatamente el nombre de ese
lugar. Alli se di6 este caso:
Un conjunto de hombres respetabilisimos, lo mAs
granado, lo mAs select de la sociedad formaban part
Ie una instituci6n que se llamaba "Liceo"-y veo a
nuestro querido Presidente hacer gestos de asenti-
miento-ocurri6 una catAstrofe y bien sea que el esta-
do ya ruinoso en que se encontraba su edificio social
les obligara a ingeniarse para buscar fondos con qum
levantar el nuevy, edificio sin. pensar a que medios ha-
brian de recurrir porque todos los eneontraban bue-
nos, aquel conjunto de hombres respetables, que
sc hubiera indignado contra cualquiera que hu-
biera ido cerca de ellos a solicitar su voto me-
diante un precio, acordaron lo siguiente, que les pa-,
reci6 ingenioso, que les pareci6 magnifico: former
una asociaci6n de electores; pusieron un precio a su
veto, y-se dirigieron a cada uno de los candidates a
Representantes por la provincia, escogiendo a cator-
ce de ellos y les dijeron que mediante la entrega
crecida de cineo pesos por cada sufragio votarian
por ellos, buscando la manera de obtener ocho mil
pesos per el niimero total de sufragios que habrian
de emitir. La mayoria de los candidates transigi6.
Yo, para mi. satisfacci6n, puedo decir, que aun
a trueque de no ser electo, lo rechac6 por amistad ha-
cia ellos mismos, porque iba a ser c6mplice de algo
que me deshonraria m el future y que haria que
all, en las largas heladas del invierno...
.SR. DEL PINO (AGUSTiN): 4 En qu6 elecciones re-
sult6 eso ?
Sn. IJRQUIAGA (CARMELO): En las de 1924.
Sn. DiEL PINO (AGUSTIN) : Yo desconozco eso.


Sn. URQUIAGA (CARMELO) : S. S. es desmemoriado
y tal vez porque fu6 electo en el Municipio de la Ha-
bana no conoci6 esa circunstancia o S. S. tal vez,
con una caballerosidad digna de encomio ha querido
olvidar aquello que yo refresco ahora.
Pues bien, se hizo asi, porque la mayoria de los
candidates lo aceptaron y levantaron un fondo de
ocho o nueve mil pesos con lo cual pudieran conse-
guir lo que era su ideal: tener una casa hermosisima;
pero despues, como castigo providencial, poco a poco
aquella sociedad se fu6 desmoronando y cada vez
que surgi6 una elecci6n se sefialaba a cualquiera de
los candidates como uno de los autores de aquella mal-
hadada idea que hizo que todos se sintieran envueltos
en la vergiienza que se realize y paso a paso vino aba-
jo aquella sociedad que naci6 bajo base tan firnle y
cnyo directors que parecia que concentraban todo
su empefio en el ideal de robustecerla, porque esti-
maron que lo precise eran s61idos sillares sobre los
cuales levantar su edifico, han ido confrontando que
las fuerzas que tienen mayor eficacia, que las fuer-
zas materials, son las fuerzas morales, que son las
fuerzas del bien; iy aquella sociedad, hoy por hoy, se
encuentra de nuevo en ruina en el orden material y
en el moral, porque sobre ella ha recaido la maldi-
-i6n de los vecinos del lugar! Yo no desearia que
aqui recayera en el future la misma situaci6n, de
Idetscredito que ha caido sobre aquel centro y que no se
pudiera decir nunca eso de los trabajadores o de los
que los representaban, porque los declare inocentes a
ellos, y preferimos darle estabilidad a una Caja,
preferimos darle la estabilidad material de esa Caja
a la estabilidad moral que queria una ley basada en
principios rectos y de pureza.
SR. MACHADO (CARLOS) : AMe permit el senior
Urquiaga con la venia de la tpresidencia?
Sn. URQUIAGA (CARMELO) : Con much gusto.
SE. PRESIDENT (GuAS INCLAN): Tiene la pala-
bra el senior Machado.
Sn. MACIIADO (CARLOS): Estabamos conociendo
antes de que sea leida, una enmienda que redact6 el
senior Zaydin en la que parece que se concilian algu-
nos puntos. Yo creo que el senior Urquiaga, a quien
siempre le animan esos principios elevados, cuando
lea la enmienda es casi seguro que podamos llegar a
una transacci6n a la que yo invite a la Cimara to-
da, porque en realidad, si no votamos esta ley hoy,
no le quedaria al Senado el dia de mafiana para dis-
cutirla, para cuyo bien estin animados de muy bue-
nos prop6sitos los sefiores Representantes y especial-
mente los sefiores Aguiar y Castellanos y en este
sentido yo me permit invitar a todos para ver, si
siendo lo mds concisos posibles, eypongan su criteria
que siempre sera respetado por mi, como en todas
las oportunidades; pero insist en que procuremos
aprobar la ley para que el Senado tenga oportuni-
dad de diseutirla en el dia de mariana,
SR. URQUIAGA (CARMELO): Con much gusto sus-
pendo toda oposici6n hasta conocer la enmienda del
sefior Zaydin..
SR. ZAYDIN (RAM6N): Verdaderamente son dos
enmiendas, porque eran dos las del senior Aguiar pa-
ra sustituir a cada uno de los articulos. La primera
dice lo siguiente: (lee).






6 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


ENMIENDA

ARTICULO LVIII.-La Caja General de Jubila-
ciones y Pensiones inicialmente destinarh sus fondos
hasta la cantidad de quinientos mil pesos, con los
que se crearA la secci6n de prestamos de la misma y
los que efectivamente realizar. a las personas com-
prendidas en esta ley.
P.ara la realizaci6n de este fin, asi como para au-
mentar la cantidad que al mismo se asigna, el Poder
Ejecutivo dictard las disposiciones que regulen sus
condiciones y funcionamiento, teniendo fundamen-
talmente en consideraci6n la mAs estricta garantia
para la propia Caja; y a tal fin habrA de basarse en
las reglas siguientes:


a) Los pr6stamos no podrin exceder
del sueldo, journal, pension, etc. de que
durante un mes el solicitante.


del duplo
disfrutara


b) El interns no podr6 exceder del uno por cien-
to mensual.
c) La amortizaci6n deberA haeerse durante doce
meses consecutivos; y
d) Las garantias deberAn ser lo mis eficaces po-
sibles, para evitar perdidas a la Caja.
* ARTICULO LIX.-Las Compafiias, Empresas o
Sociedades comprendidas en esta ley, harAn las de-
ducciones de sueldos, jornales o precious de contratos
que disponga la Junta de Gobierno, para reembolsar
a la Caja de los pr6stamos que 6sta hiciera, y ya se
refieran tales deducciones a los prestatarios o a sus
fiadores.
(f.) Ram6n Zaydin.
La otra enmienda es la siguiente: (lee).

ENMIENDA

Se crea la Caja de Ahorros y Credito Ferroviario
con personalidad juridica, al objeto de tender al
ahorro y al pr6stamo con garantia del sueldo, journal
c precious de contratos mediante plazos mensuales
que no excederAn de doce, y deducible de aqullos a
los efectos de reintegrar a la Caja las cantidades de
prestamo y sus intereses respectivos.
Cuando se trate de garantia hipotecaria y al ob-
jeto de fomentar la construcci6n de casas o habita-
ciones para el obrero o empleado que solicit el pres-
tamo, entonces la cantidad podra ascender hasta cin-
co mil pesos y los plazos se prorratearAn hasta el t6r-
mino de diez afios por mensualidades vencidas.
Los prestamos no podrAn exceder del duplo del
sueldo, journal, pension, etc. de que disfrutare duran-
Sun mes el solicitante.
Los prestamos devengarAn un interns que no ex-
coderA del diez por ciento annual y a los efectos de la
amortizaci6n del pr6stamo serAn embargables los
sueldos, jornales, precious de contratos, pensiones e
indemnizaciones.
La Caja General de Jubilaciones y Pensiones ini-
cialmente destinara de sus fondos hasta la cantidad
de quinientos mil pesos con los que se crearA la see-


ci6n de prestamos de la misma y los que efectivamen-
te se realizardn a las personas comprendidas en esta
ley.
Cuando los fondos de la Caja General de Jubila-
ciones y Pensiones lo permit, entonces podra aumen
tarse la cantidad destinada a prestamo.
Las operaciones de la Secci6n de Ahorros se limi-
tarin a recibir dep6sitos e intereses desde veinte cen-
tavos hasta cinco mil pesos y efectuar pr6stamos con
estos fondos a los empleados, obreros comprendidos
en esta ley. El Consejo de la Caja u organism di-
recto de la misma establecera la tasa del interns y
las demis condiciones a que los dep6sitos deben suje-
tarse con la aprobaci6n y de acuerdo con el Regla-
mento que el Poder Ejecutivo redactara para orga-
nizar esta instituci6n de ahorro y pr6stamos, a cuyo
efecto. queda ampliamente autorizado.
Las utilidades que produzca la Caja de Ahorros y
Pr6stamos engrosaran el fondo de la Caja de Jubila-
ciones y Pensiones.
(f.) Ramdn Zaydin.

SR. CASTELLANOS (MANUEL) : Es la misma idea
con diferente forma.

Sa. URQUIAGA (CARMELO) : Tal vez sea la misma
idea con diferente forma; pero la idea salva muchas
veees el principio. Yo lo que quiero declarar es que
por mi part no habra mas oposici6n. Estoy conven-
cido, al ver salvados los principios de equidad que yo
mantenia.
SR. ZAYDiN (RAM6N) :'Verdaderamente mis enmien-
das estan vinculadas. Una-de ellas organize la Caja de
Ahorros y ademAs la otra estimula la mutualidad entire
c! obrero y 'el empleado, y tiende a que se fomente to-
do aquello que pueda desarrollar mayor cultural o
mejores condiciones fisicas o econ6micas de los em-
pplealos u obreros, principio que esta condensado en
las legislaciones mas modernas. Voy a leer nueva-
mente las enmiendas. "Se crea la caja de ahorros y
crudito ferroviario." (Contin 'a leyendo).
Sn. CASTELLANOS (MANUEL): Yo estimo que la
idea es buena, pero yo rogaria al senior Zaydin que
me diga que diferencia hay entire la ley presentada
por el senior Aguiar yla enmienda del senior Zaydin.
,SR. ZAYDiN (RAM6N): Se distingue en esto. En
esta enmienda se crea la secci6n de ahorro, y en la
ley del senior Aguiar no se crea miis que el pristamo.
Si alguna cosa conviene a nuestro pais es 6sta: esti-
mular el ahorro. Uno de los mis grandes pueblos
del mundo, el frances, ha podido resistir los embates
de su crisis econ6mica, precisamente porque alli sus
empleados, sus trabajadores, se han "acostumbrado
al ahorro y lo hacen siempre, aunque sea veinte cen-
tavos a la semana, cualquier cantidad, porque ella
le sirve en mementos de crisis en su hogar contando
con una cantidad en el Banco que pueda favorecerle.
SR. CASTELLANOS (MANUEL): S. S. sabe que en
Cuba, y mas en estos mementos, es infitil por com-
pieto hablar de ahorro; el obrero no gana ni afin pa-
ra vivir, y si no gana para vivir l1 y su familiar, c6-
mo va a ahorrar un solo centavo?







DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 7


SR. ZAYDiN (RAM6N) : S. S. esta hablando de es
tme memento, pero nosotros no estamos legislando pa-
ra este moment. Yo preguntaria si lo que mantienc
los principios de socialismo, el principio de proteccio
al obrero, no es precisamente estimular el ahhorro.
Este ahorro, en lugar de ir a un banco, a alguna ins-
tituci6n de er6dito ajena a sus intereses, por el con-
trario, puede quedar en ellos mismos y fundarse una
instituci6n, come en los Estados Unidos, donde los
obreros than podido Ilegar a organizer un banco.

SR. CASTELLANOS (MANUEL) : Noventa y seis oan-
cos.
SR. ZAYDIN (RAMON): Los cuales han venido a.es-
timular y a defender los intereses de los obreros.
Aqui esta la idea, y yo pregunto si el principio pue-
de ser combatido.
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : Yo consider bueno
el principio, s6lo que estA fuera de la realidad.
SR. ZAYDIN (RAM6N): Hay muchas cosas que pa-
recen estar fuera de la realidad, pero que despu6s
en la prActica nos encontramos con que no es asi. To-
do el problema de nuestros obreros y nuestros em-
pleados consiste en el procedimiento usado, porque
no sabemos si despu6s de puesto en vigor y emplaza-
da la maquinaria pueda levantarse para protecei6n
de ellos. Mientras no hagamos esto, no me parece
prudente decir que 6sta'no sea la oportunidad de ha-
cerlo.

SR. GARciA MONTES (JORGE): Para manifestar al
senior Zaydin que en nombre del senior Aguiar, autor
de la ley, acepto la enmienda, pero con las dos acla-
raciones siguientes: una, que se inserted en el precep-
to legal lo que existe en el Apartado "A" de la ley
del senior Aguiar, esto es, la limitaci6n del prestamo
que no pueda exceder del imported de dos mensuali-
dades.
SR. MACHADO (CARLOS): Ya que estamos discu-
tiendo la enmienda del senior Zaydin por pArrafos,
vamos precisamente a ajustar los discursos al extre-
mo a que se refiere el parrafo.
-SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN) : La enmienda del
senior Zaydin es sustitutiva a la enmienda del senior
Aguiar, sustitutiva al propio tiempo del precepto del
articulo 58.
SR. CASTELLANOS (MANUEL): Pido la palabra en


contra.
,SR. PRESIDENT (GUAs INCLAN):
bra S. S.


Tiene la pala-


SR. CASTELLANOS (MANUEL): Sefior President y
s.-nores Representantes: yo tengo el prop6sito de sin-
tetizar mis ideas, porque no tengo el deseo de hacer
diseursos esta tarde, ni nunca en la CAmara, m6s
que nada por mi escasez de facultades oratorias; pe-
ro yo si deseo explicar mi pensamiento para que, per
lo menos, si la CAmara aprueba esto que es una ini-
ciativa 'del senior Aguiar, que yo entiendo que no en-
caja en la Ley de Retire Ferroviario y Tranviario,
que para nada en absolute tienen que ver las cajas de
ahorro con el retire ferroviario y tranviario, de lo
cual estamos tratando; yo quiero que, conste per lo
menos, la apreciaci6n de alguien que no esta confor-


me con esa solicitud, como no estaba tampoco con-
forme el senior Ur'quiaga en elocuente discurso pro-
nnnciado antwriormente.
El problema del pristamo a los trabajadores, es
un problema que mAs bien ocasiona dafios, mas bien
perjudica al trabajador que lo beneficia, y voy a ex-
pjiear por que. El prestamo que se llama de consu-
mo esta estudiado en las distintas legislaciones del
niundo como el pr6stamo de consume o el pr6stamo
para pagar deudas de la propia vida del hombre que
lo toma siempre, en todoa loe mementos, para pagar
sus deudas lo que siempre les perjudica. Si no toman
dinero, el crAdito queda pendiente y va pagindose po-
co a poco el cr6dito de consume y el trabajador, .no
queda gravado con esa nueva deuda.
Sn. TOMd (MANUEL) : Pero hay o no la realidad
die sefialar esos prestamos. LLos toman o no los obre-
ros cuando se present esa necesidad?
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : Yo tengo verdadero
gusto en contestar a mi distinguido compafiero: Los
toman. Pero, quisiera y rogaria precisamente por-
que voy a ser sintitico en mi exposici6n, que me de-
jaran exponer concretamente mi opinion para poder
armonizar las distintas ideas que bullen en mi cere-
bro.
SR. TOMI (MANUEL): Yo desearia que S. S. me
contestara este extreme, si es possible. Si hay esa
realidad en nuestra vida del trabajador que necesi-
ta recurrir a esos prestamos para salvar dificulta-
des econ6micas que se le presentan en determinados
mementos, yo quiero que el distinguido compafiero
explique a la CAmara, porque para el case tiene ta-
lento bastante y puede hacerlo brillantemente, si no
es preferible que debe optar el trabajador per recibir
los beneficios de la propia Caja de Jubilaciones que
con ello realize un double beneficio realizando el pres-
tamo que mitiga y resuelve sus necesidades econ6omi-
cas en determinados mementos y robustece su Caja,
que habra de amparar a la familiar contra las necesi-
ciades del future, o si per el contrario debe seguir
siendo explotado por el "garrotero" que le cobra un
initers exorbitante per la pequefia cantidad que eni
un memento determinado necesita para resolver sus
dificultades econ6micas.
Esos son los tres particulares que yo desearia que
me contestara nuestro distinguido compafiero el se-
5or Castellanos.
SR. CASTELLANOS (MANUEL): Precisamente esos
particulares a que tan brillantemente se ha referido
el senior Tome son a los que yo voy a tratar.
Voy a hablar, inspirAndome en la practice que me
da el ejercicio de mi profesi6n de abogado, defen-
diendo a los trabajadores en mi bufete, de muches
juicios sobre ese extreme contra las compaiiias pres-
tatarias, que exigen el cumplimiento de esos presta-
mos y que embargan los sueldos y los haberes de esos
pobres trabajadores ferroviarios y tranviarios y que
en muchas ocasiones -consiguen que se expulsen a esos
trabajadores porque no han podido hacer efectivo su
,adeudo a. esas Compafiias.
En esas condiciones y teniendo en mi bufete cua-
renta o cincuenta reclamaciones en que defiendo a
trabajadores ferroviarios y tranviarios...







8 DIARIO DE SISIO'NES DE LDA OAMARA DE REPRESENTANTES


SR. TOMl (MANUEL) : (Interrnupiendo) : Pero es
que ha hecho una afirmaci6n S. S. que realmente
abona la tesis por mi sostenida. &Cree su sefioria
que se produciria ese fen6meno de tantos obreros de-
mandados por esas compailias si la Caja de Jubila-
ciones estuviera autorizada para realizar esos pr6s-
tamos con un pequeiio interns que al propio tiempo
robusteceria su caja beneficianio al trabajador cu-
Lano?
Sn. CASTELLANOS (MANUEL): Yo quisiera powder ir
dc:U;nvolvicndoi mis ideas para que despues el senior
Tomn expusiera las suyas en defense de su tesis.

El trabajador se encuentra en esta realidad evi-
dente. Las compafiias le entregan determinadas can-
tidades que garantiza hoy una ley, mal interpreta-
da, a mi juicio, por los Tribunales de Justicia, la ley
del senior Verdeja sobre retire a ferroviarios, la pri-
mitiva dictada en la. Repfiblica, que declar6 inembar-
gables todos los sueldos o haberes de los obreros fe-
rroviarios y tranviarios, en su articuTo 23 y despues
posteriormente otra ley, la dictada en 1923, en 9 de
Octubre, que rige actualmente en la Repiblica, que
restringe ese precepto, es decir, que no llega a la
amplitud de declarar inembargables los sueldos y ha-
beres de los obreros y empleados ferroviaries y tran-
viarios, y por ese motive los jueces y tribunales de
justicia decretan el embargo de los sueldos y habe-
res de los empleados y obreros ferroviarios y tranvia-
rios que no satisfacen los adeudos que tienen con las
compafiias, y son separados de las mismas.
Pero eso significa que el obrero y el empleado to-
man el prestamo por la facilidad con que el presta-
mo se le ofrece; eso significa que hay que defender
a ese empleado y a ese obrero de la facilidad del pres-
tamo para impedir que caiga precisamente en eso
que le perjudica y que despu6s no puede resolver y
se encuentra envuelto en las redes de la ley.
SR. TOME (MANUEL): iEntonces perece!
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : Si se prohibe termi-
nantemente el embargo, como decia el senior Urquia-
ga; si se prohibe todo lo que sea intervenci6n de una
funci6n judicial para cobrar prestamos sobre esos
sueldos y esos haberes de los empleados y de los obre-
ros ferroviarios y *tranviarios, no habr' en lo abso-
lato ninguna instituci6n ni pdblica ni privada que
pueda facilitar esos prestamos a los obreros y em-
pleados ferroviarios y tranviarios. Es decir que lo
que constitute un mal, es precisamente la facilidad
con que pueden obtener esas pequefias cantidades en
moments de angustias econ6micas para despu6s exi-
girles pingiies ganancias, que cuando no pueden ser
pagadas se ven envueltos en las redes del C6digo. Y
si se impide el que esos obreros y esos empleados to-
men con tanta facilidad el dinero de esos pr&stamos
en esas leoninas condiciones, tengan la seguridad,
tengan la convicci6n mis firme los sefiores Represen-
tantes, que esos obreros, que esos empleados ferro-
varios y tranviarios no sufririan las consecuencias
que lamentamos porque esos cr6ditos que ellos tie-
nen pendientes de pago de compafiias usurarias que
han cobrado el trescientos *y quinientos por ciento,
estin satisfechos ya con exceso con las cantidales
que han sid' pagadas, quedan liquidados los cr6di-
tos y quedan libre los obreros de todo lo que sea una


usura y por el contrario si esas compaflias cesan de
entregar a pr6stamo las cantidades a los empleados
cesando el mal por complete, porque esos creditos,
como antes decia, cuando son cr6ditos para pagar
deudas, no benefician y eso es algo reconocido por
todas las legislaciones y mas que nadie tiene que sa-
berlo en la Cimara el propio senior Zaydin, esos.cre-
ditos en todos los lugares del mundo son reconocidos
como cr6ditos...
SR. GARCIA MONTES (JORGE): Yo no interrumpo
nunca al senior Castellanos.
(Murmullos).
SR. CASTELLANOS (MANUEL): Realmente yo eada
vez que habla el senior Garcia Montes tengo gusto en
oirle.
*SR. GARCiA MONTES (JORGE): S. S. ha equivoca-
do completamente mis palabras y iento much te-
ner que interrumpirlo, porque S. S. no quiere que
Ic interrumpan.
SR. CASTELLANOS (MANUEL): Aqui todo el mundo
es cortes con S. S.
SR. GARCIA MONTES (JORGE) : Y yo siempre he si-
do cort6s con todos.
(Los seiiores Castellanos y Garcia Montes se diri-
gen uno a otro violentamente).
SR. PRESIDENT (Guis INCILN) : (Intervinier-
do) : Esta no es la manera, ni los procedimientos de
dirimir las cuestiones particulares est6ndose en el uso
de la palabra.
Continua la discusi6n.
SSR. MACIIADO (CARLOS) : Sefior Presidente: Ante
este incident, ruego a la C:.mara que:se declare en
sesi6n secret.
SR. PRESIDENT (Gu s INCLiN): EstA de acuer-
do la Camara?
(Sefiales afirmativas).
Aprobado.
Se declara la Camara en sesi6n secret.
(Eran las seis y veinte p. m.)


SR. PRESIDENT (GU S INCLAN): Se reanuda la
sesi6n.
(Eran las seis y cincuenta p. m.)
Tiene la palabra el senior Castellanos.
SR. CASTELLANOS (MANUEL): Senior President y
sefiores Representantes: En la sesi6n pfiblica ocurri6
un incident lamentable, que ha sido ampliamente
tratado y desenvuelto en la sesi6n secret, pero por
cortesia a la presidencia de la Cfmara ya a la Cma-
ra misma, yo me veo obligado a explicarlo, dindole
una explicaci6n amplia y cumplida a la presidencia
y a la Camara, del proceder que hubiera podido de-
sarrollar el Representante que habla, en un moment
en que ofuseado por lo que creia un agravio o una
ofensa, por lo que creia que nadie tiene derecho a
decir de mi persona, tuve un lapsus en mi inteligen-






DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 9


cia y en mi cerebro, y realic6 algo que no quiero rc-
cordar, por lo que doy esta cumplida satisfacci6n a
]a CAmara.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): La presidencia
estima que la explicaci6n del senior Castellanos, es
hidalga, cumpliday 'suficiente para la CAmara.
Tiene la palabra el senior Garcia Montes.
SR. GARciA MONTES (JORGE) : Sefior Presidente y
sefiores Representantes: Ofrecido ya por mi, en la
sesi6n secret celebrada por la .CAmara dar cumpli-
das explicaciones a la .propia CAmara y a la presi-
dencia, por la primera falta que he cometido en seis
aijos que llevo ocupando, para honor mio, un piues-
to en la misma, cumplo el deber y la obligaci6n de
repetir en sesi6n piblica estas explicaciones, ya que
en sesi6n pfiblica ocurri6 el lamentable incident.
Yo ruego pues, encarecidamente a la Camara y al
senior Presidente, que me excuse por la falta que ha-
ya podido cometer.
SR. PRESIDENT (GUiS INCL.N): Sefiores Repre-
sentantes: La presidencia de la CAmara estima tam-
bi6n suficientes las palabras del senior Garcia Mon-
tes y da por terminado el incident.
Continue en el uso de la palabra el senior Caste-
llanos.
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : Complaciendo al Sr.
Carlos Machado que carifiosamente intervene en
este debate, para rogarme la mayor brevedad, con el
prop6sito de terminar, antes de que expire la sesi6n
de esta tarde, voy a restringir mis ideas, explicando
mi opinion, contraria a la enmienda presentada por
el senior Zaydin, que si se aprueba, se presentaran
moments de dolor y de tristeza a los obreros, que
continuaran sufriendo los rigores de tomar dinero. a
pr6stamo, que trae aparejada una situaci6n de pe-
nuria, como la que hoy atraviesan. La ley autoriza
a tomar dos mensualidades de los haberes que se ie-
vengan. Tenga la seguridad el senior Zaydin, que ha-
bri- muy pocos ferroviarios y l*:1.li.i.l.,lr- que per-
ciban las dos mensualidades, pues quedarAn en d6bi-
Io'con la caja y se convertiran en parias. Yo creo
que la enmienda no es prActica, ni util. No quiero
emplear otros arguments, para no demorar la aten-
cidn de la CAmara y la aprobaci6n de la ley.
SR. PRESIDENT (GUtS INCLIN): Tiene la pala-
bra el senior Zaydin.
SR. ZAYDiN (RAM6N) : Dos arguments principa-
les ha esgrimido el senior Castellanos, y yo quiero ex-
plicar brevemente lo que es la enmienda mia, por la
enal se crearA la instituci6n de prestamo y ahorro.
Es esto lo primero que voy a tratar.
En este movimiento legislative social nos toca a
nosotros, a veces, y el propio senior Castellanos nos
ha sefialado la ruta, ir a estudiar, no solamente las
obras o los libros que se hayan escrito sobre la mate-
ria, sino aquellas legislaciones dictadas en otros pai-
ses, y precisamente me inspir6 a mi Al crear la ins-
tituci6n de la Caja de Athorros y Prestamos dentro
de esta Ley del Retiro Ferroviario, dos motives: uno,
la Ley de la Repfblica de Chile, de 1918, promulga-
da por quien fu6 en aquel pais Presidente por elec-
ci6n popular, que representaba al Partido Radical,


al Partido Obrero, Alexander; es deeir, contra el que
mis tarde hubiera de procucirse una reacci6n en
contra; y otra, esta ley, que esta vigente, esta ley
que organize la Caja de Jubilaciones y Retirb Ferro-
viario; esta ley cre6 precisamente el ahorro y el pr&s-
tamo.

El segundo argument que el senior Castellanos da,
de que por esta ley vamos a colocar siempre al em-
pleado y al obrero en situaci6n de esclavitud con re-
laci6n a la Caja, porque 61 va a tomar siempre el
prestamo, vea el senior Castellanos, y vea la CAma-
ra, como mi enmienda, y en esto fundamentalmente
varian los terminos de la enmienda del senior Aguiar,
en que por un lado va a fomentar, a estimular el
ahorro en el trabajador, va a decirle al trabajador
que va Ilegando la oportunidad, el moment, en que
no debe gastarlo todo, de que debe economizar al-
go, que debe pensaren el mafiana, en las eventua-
lidades, en las circunstancias que se presentan en la

vida. P'ero como desgraciadamente no todo lo que se
sefala ni lo que se desea se puede realizar, es indis-
cutible que en algunas ocasiones esos obreros, esos
trabajadores habrAn de confrontar circunstancias
dificiles, y entonces halbran de caer, forzosamente, en
cso que aqui se ha llamado "el garrotero." Y yo
pregunto lo siguiente: si hay aqui obreros-y yo
ereo que hay muchos, que no gastan todo, que aho-
rran-y lo digo porque no hace much una institu-
ciOn bancaria abri6 un concurso de libretas de ahb-
rro, y uno de los gerentes de ese banco me decia que
1, habia sorprendido el nuimero de obreros y em-
p]eados modestos que habian abierto sus cuentas de
ahorro: me refiero al "Banco de Comercio." Des-
pues de 6ste, igual hicieron el "Banco del CanadA",
y el "National City Bank" y otros bancos, ofrecien-
cdo an interns mas crecido a estos obreros que el que
;;e ofrecia a las cuentas de ahorro de los capitalistas,
estimulando de esta manera el ahorro en las elases
trabajadoras. Y entonces yo me pregunto: si en Cu-
va va surgiendo ya como un principio la necesidad
del ahorro, lah!, yo que soy de principios netamen-
te socialists, que opino y creo que todo cuanto el
obrero produzea debe revertirse nuevamente al pro-
pio obrero, y que en el caso en que el obrero, desgra-
ciadamente, necesite acudir al pr&stamo, porque des-
graciadamente puede decirse que todos los hombres,
menos aqu6llos que gozan de una posici6n envidiable
en la vida-que son muy pocos-al prestamo tienen
que acudir alguna vez: es el hijo enfermo, es la ma-
dre que estA al border de la sepultura, es el hijo que
ha muerto, es la series de accidents que en la vida
puede colocar al hombre en situaci6n de tener que
aeudir al. prestamo; y yo no tengo empacho en de-
clarar que en mi vida de hombre de ocombate he te-
nido que hacer uso de mi credito personal, y ojala
que al hacerlo yo hubiera sabido que, por lo menos,
aquellos interests que yo pagaba, en alguna forma
habrian de venir a resultar una subvenci6n al fondo
de compafieros mios, como result en esta ley, por-
que esos intereses habrian de permitir que engrosa-,
ran los fondos que en el mafiana servirian para otros
pr6stamos a estos mismos obreros. La Caja de Jubila-
ciones o de Retiro de los obreros, con lo cual se bus-
ca un medio hAbil de poder, de esa manera, fortale-
cer s6lidamente la part econ6mica de la Caja. Un
solo obrero que haya en la Repfblica que abra ana





10 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


cuenta de ahorro, ya que desgraciadamente entire
nosotros, las instituciones bancarias son netamente
capitalistas y muchas de ellas no son cubanas, .ya
que esas instituciones con el dinero de los depositan-
tes cubanos seguramente prestan a entidades extran-
jeras, yo quiero que ese solo hombre que pueda abrir
una cuenta de ahorro en esa Caja, lo haga en una
instituci6n suya, de su elase, y que su dinero, en vez
de ir a servir al extranjero vaya a servir a los mis-
mos obreros, vaya a auxiliar indirectamente a sus
hermanos, a aqu6llos que necesitan de ese mismo di-
nero. La ley por otra parte restringe al diez por
ciento annual el interns y prev6 al mismo tiempo que
no sea mAs del double del sueldo ('el empleado u obre-
ro la cantidad de prestamo y da facultades al Eje-
cutivo para regular y reglamentar su desenvolvi-
miento con objeto de que el trabajador cubano hun-
ca pueda adeudar mis del double de su sueldo. Por
estas consideraciones, no queriendo extenderme mAs
por las mismas razones en que se apoyaba el senior
Castellanos, pido a la Camara que ponga a votaci6n
esta enmienda.
(Abandona la. presidencia el senior Guds Incldn y
la ocupa el senior Martinez Quiroga).
SR. PRESIDENT (MARTINEZ QUIROGA): Se pone a
votaci6n la enmienda del senior Zaydin, bien enten-
dido que aprobada sustituira a la del senior Aguiar.
Los que est6n de acuerdo se servirAn ponerse de
pie.
(La mayoria de los seiores Representantes se po-
ne de pie).
Aprobada.
(Hacen constar sus votos en contra los seiores
Castellanos, Urquiaga y Agustin del Pino).
.Se va a dar lectura a otra enmienda.
(El official de actas lee):

ENMIENDA

La Caja de Retiro debera difundir y estimular el
ahorro voluntario y favorecer la mutualidad, bien
administandola directamente o supervisando la que
establecieren entire si los empleados y obreros; al
propio tiempo deberi fomentar y favorecer el de-
sarrollo de instituciones o sociedades que tengan por
fin mejorar la condici6n moral, intellectual, -social y
econ6mica de los empleados y sus families. Se au-
toriza al Poder Ejecutivo para fijar en el Reglamen-
to las normas necesarias para el cumplimiento de es-
tas finalidades.
(f.) R. Zaydin.
SR. PRESIDENT (MARTINEZ QUIROGA): Se pone a
discusi6n.

(Silencio) .
A votaci6n.
Aprobado.
ISe va a dar lectura al articulo 60 en la forma pro-
puesta en la enmienda del senior Aguiar.
(El official de actas lee).


ARTICULO LX.-La Caja General de Jubilacio-
nes y, Pensiones de Empleados Obreros de las Em-
presas, Sociedades o Compailias incluidas en esta ley,
emitirA- p6lizas de garantias a favor de los funciona-
rios, empleados, obreros o contratistas comprendidos
en esa instituci6n; y dichas compaiias, sociedades o
empresas estarAn obligadas a solicitar y aceptar di-
chas p6lizas, de acuerdo con las disposiciones regla-
mentarias que al efecto dicte el Poder Ejecutivo y el
que se ai.:t..]i; a ]as bases que se determinan en los
articulos siguientes::
SR. PRESIDENT (IMARTINEZ QUIROGA) : Se pone a
discusi6n.
(Silencio).
A votaci6n.
Los que esten conforme se servirin ponerse de
pie.
(La maiyoria de los seiiores Representantes se po-
ne de pie).
Aprobado.
Se va a dar lectura al articulo 61 en la forma pro-
puesta en la enmienda del senior Aguiar.
(El official de actas lee).
ARTICULO LXI.-Las p6lizas de garantias que
so emitan de aeuerdo con el articulo anterior, no po-
drAn exceder cada afio de cuatro veces la ascenden-
cia del fondo de reserve que para ese aiio haya cal-
culado la instituci6n a que se refiere esta ley.
SR. PRESIDENT (-MARTiNEZ QUIROGA) : Se pone a
discusi6n.
(Silencio).
A votaci6n.
Los que est6n conformes se servirAn ponerse de
pie.
(La mayoria de los se4ores Representantes se po-
ne de pie).
Aprobado.
Se va a dar lectura al articulo 62 en la forma pro-
puesta en la enmienda del senior Aguiar.
(El official de actas lee).
ARTICULO LXII.-Las primas o contribucioner
que por concept de las p6lizas de garantia a que se
refieren los articulos anteriores habrAn de abonar
las compafiias, sociedades o empresas, no podran ex-
ceder del promedio de lo que tales entidades hayan
satisfecho como promedio, durante los filtimos diez
afios, contados retrospectivamente a la fecha de la
promulgaci6n de la present ley.
SR. PRESIDENT (MARTINEZ QUIROGA): Se pone a
discusi6n.
(Silencio).
A votaci6n.
Aprobado.
Se va a dar lectura al articulo 63, en la forma pro-
puesta en la enmienda del senior Aguiar.
(El official de actas lee).








DIARIO DE SESIONES DE LA C AMARA DE REPRESENTANTES 11


ARTICULO LXIII.-Los gastos que originen
las Secciones de Pr6stamos y Garantias que por esta
ley se crean o cualesquiera otra que en el future sur-
giera, como iniciativa de la administraci6n de la
Instituci6n "Caja General de Jubilaciones y Pen-
s:ones de Empleados y Obreros de Ferrocarriles y
Tranvias" se consignardn en el presupuesto annual
de dicha instituci6n que sera sometido a la aproba-
ci6n de la Secretaria de Agricultura, Comercio y
Trabajo; pero dichos gastos de administraci6n ha-
bran de deducirse de-las utilidades que a dicha caja
reported tales secciones y de cuyas utilidades ade-
mis se de1*ucird un cinco por ciento, que se destinara
a fondo de reserve especial de dichos fines o sean
prestamos y garantias, y para reponer las posibles
p6rdidas que tales inversiones pudieran ocasionar en
algin moment.
SR. PRESIDENT (MARTINEZ QUIROGA) Se pone a
discussion.
SR. ZAYDIN (RAMON): Pido que se agregue sola-
mente la palabra "ahorro."
SR. PRESIDENT (MARTINEZ QUIROGA): Se pone a
votaei6n en la forma en que ha quedado enmendado
por el senior Zaydin.
Los que est6n conformes se serviran ponerse de pie.
(La mayoria de los seiiores Representantes se po'ne
de pie).
Aprobado.
Se va a dar lecture al articulo 64 en la forma pro-
puesta en la enmienda del senior Aguiar.
(El official de actas lee).
ARTICULO LXIV.-La Secretaria de Agricul-
tura, Comercio y Trabajo podrd rectificar el presu-
puesto a que se refiere el articulo anterior y redu-
cirlo en la forma que estimare justificado, pero nun-
ca podra aumentarlo.
-SR. PRESIDENT (MARTINEZ QUIROGA) : Se pone a
discusi6n.
A votaci6n.
(Silencio).
Aprobado.
SR. PRESIDENT (MARTINEZ QUIROGA) : Se va a dar
lectura al articulo .65 en la forma propuesta en la en-
mienda del senior Aguiar.
(El oficiai de actas lee).
ARTICULO LXV.-Las jubilaciones que se otor-
guen conform a esta ley, por classes de retire volun-
tario u o.rdinario, no comenzaran a hacerse efectivas
n! a devengarse, ni habra, por tanto, derecho a per-
cibirlas, sino despu6s de transcurridos tres afios de
la promulgaci6n de la present ley.
SR. PRESIDENT (MARTINEZ QUIROGA): Se pone a
discusi6n.
(Silencio).
A votaci6n.
Aprobado.
Sefiores Representantes: Por acuerdo de la CAma-
ra qued6 en suspense la discusi6n de algunos articu-
los hasta discutir la totalidad de la ley.


Se va a dar lectura al primero de estos articulos
que es el nfimero dos.
(El official de actas lo lee).
SR. PRESIDENT (MARTINEZ QUIROGA): Se va a dar
lectura a una enmienda del senior Urquiaga.
(El oficiaa de actas lee).

Enmienda al Articulo II.

Donde dice quienes se consideran comprendidos
en la present ley, se agregarA: y todos aquellos que
trabajen en compafiias, empresas o con particulars,
dedicados a la tracci6n, en cualquier forma que sea,
bien de servicios pdblicos o privados, siempre que
por el nfmero de afios de funcionamiento, que debe
exceder de tres, y seriedad en su actuaci6n, tenga
fundados y racionales motives la Caja de Jubilacio-
nes, para estimar ofrezcan garantias de perdurabili-
dad y de vida stable.
(f.) Carmelo Urquiaga.
Se va a dar lectura a otra enmienda.
(El official de actas lee).

Enmienda al Articulo II.

El articulo II del proyecto de ley que reform la
que cre6 el Retiro Ferroviario y Tranviario, queda-
ri redactado asi:
'ARTICULO II.-Quedan comprendidos en esta
ley los empleados y obreros de Compafiias o Empre-
sas de Ferrocarriles y Tranvias de servicio pfiblico
establecidas actualmente en la Repfiblica, y los de
aquellas que en lo adelante se establezcan; y asimis-
mo estan comprendidos en esta ley y disfrutarAn de
sus beneficios, eumpliendo con las obligaciones que
la misma impone, los de las compafiias, sociedades o
empresas de servicio piblico que sean conexas o es-
ten relacionadas en cualquier forma con las anterio-
res, o lo hubieren estado de alguna manera, a partir
de ]a promulgaci6n de la ley de 9 de Octubre de
1923, o pudieren estarlo en lo future, a los fines de
suministrarles fuerza o tracei6n o de prestar los pro-
pios servicios a que aqu6llas se dedican.
Todos los empleados y obreros de cualquier orga-
nizaci6n ajena a las empresas que se determinan en
el pArrafo anterior, que, por necesidades o conve-
niencias de dichas empresas, lleguen a prestar sus
servicios a las mismas, quedar6n incluidos en los be-
neficios y obligaciones de esta ley, pero con sujeci6n
a lo dispuesto en el filtimo parrafo del articulo an-
terior.
Sal6n de Sesiones de la Chmara de Representan-
tes, a 18 de Abril de 1929.
(f.) Miguel Angel Aguiar.
SR. PRESIDENT (MARTINEZ QUIROGA) : La enmien-
da que mAs se aparta del articulo es la que se acaba
de dar lecture o sea la del senior Aguiar.
Se pone, pues a discusi6n la enmienda del senior
Aguiar, bien entendido que aprobada sustituye at
articulo.






12 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE BEPRESENTANTES


SR. RODRiGUEZ RAMiREZ (JUAN) : El senior Aguiar
present una enmienda al propio articulo de la pro-
posici6n de ley. ITiene la bondad de ordenar que
se d6 lectura a la enmienda del seiior Aguiar nue-
vamente ?
SR. PRESIDENT (MARTINEZ QUIROGA) : Se va a dar
lectura nuevamente a la enmienda del senior Aguiar.
(El official de actas la lee).
*SR. ALBERNI (JOSE) : Yo deseo saber si hay algfin
Rcpresentante que sostenga esta enmienda, porque
estoy informado que el senior Aguiar tenia el pro-
p6sito de retirarla.
(Ocwpa la presidencza el seiior Rafael. Guds In-
1dan).

SR. PRESIDENT (GuAS INcLAN) : El senior Aguiar
autor de la enmienda, habia prometido a esta presi-
dencia retirarla. Puedo asegurar, pues, a la Cgma-
ra en nombre del senior Aguiar, que tenia el prop6-
sito de retirar la enmienda.
S-R. RODRIGUEZ RAMIREZ (JUAN): 1Y dejar el ar-
ticulo tal como esta?
SR. PRESIDENT (GU S INCLAN): La presidencia
no conoce eso.
SR.. ALBERNI (JOSE) : Sefior Presidente y sefiores
Representantes: yo hacia la pregunta, porque en re-
laci6n con esta enmienda del senior Aguiar, que en-
vuelve ademis de los ferroviarios y tranviarios a
otras compafiias de servicios pfiblicos, yo tambi6n he
presentado una enmienda para hacer extensivos los
beneficios de esta ley a los obreros de otras compa-
filas de servicios pfiblicos, como son los tel6fonos. Si
e! prop6sito de la Camara es no salirse del marco de
ia antigua ley y que por tanto- sta s6lo comprenda a
los ferroviarios y tranviarios, yo retirar6 tambi6n mi
enmienda.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Sefiores Repre-
sentantes: Como realmente no hay posibilidad de
dar por retirada una enmienda, no estando preson-
tc en el hemiciclo su autor, se pone a votaci6n la en-
mienda del senior Aguiar.
Los que esten conforme con ella se servirin poner-
se efectivamente de pie.
Rechazada la enmienda.
Tiene la palabra el senior Alberni.

SR. ALBERNI (JOS) : Sefior 'Presidente y sefiores
Representantes: la raz6n de haber sido derrotada la
enmienda del senior Aguiar que comprendia otras
compafias de servicios pfiblicos, me mueve a retirar
la enmienda que yo tenia presentada, en analogo sen-
tido.
.SR. PRESIDENT ('GUAS INCIAN): Queda retirada
la enmienda del senior Alberni.
Se va a dar lectura a la enmienda del senior Ur-
iquiaga al articulo segundo.
(El official de actas la lee nuevacmente).
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN) : Se pone a discu-
si6n la enmienda.


Tiene la palabra el senior Ur.quiaga.
SR. URQUIAGA (CARMELO) : Seior Presidente y se-
fiores Representantes: Dentro de la brevedad prome:
tida, pero no con menos ardor y entusiasmo que si
dispusiera de largo tiempo para cansar a mis com-
paiieros, voy a sostener la enmienda presentada, por
estimarla de justicia y de raz-6n. Esta enmienda mo-
tiv6 ardorosos debates, que consumieron sesiones en-
teras en los comienzos de la discusi6n de esta ley. Se
refiere a comprender en la caja general de jubilacio-
nes y pensions a obreros y empleados de dos secto-
res, que injustamente han sido olvidados, han side
preteridos- y que tienen derecho perfect, por simili-
tud y por 16gica, a encontrarse comprendidos en es-
ta caja: me refiero a los obreros ferroviarios que
prestan sus servicios en empresas y compaiiias par-
ticulares y privadas, en relaci6n con los ingenios.
No hay una raz6n para que un maquinista, paraque
un conductor, para que un despedidor, o cualquier
otro empleado de una compaiiia de ferrocarril de
servicio privado o de ingenio, no se encuentre com-
prendido en esta ley, cuyo nombre es, retireo ferro-
viario". Son empleados ferroviarios, tanto o mans que
]o puedan ser los empleados de oficina de las com-
paiias que se encuentran comprendidas actualmen-
te. No puede haber raz6n de clase alguna, porque
lo inico que se le consign aqui en contra por el se-
for Aguiar, fu6 lo reference a que no ofrecieran ga-
rantias de estabilidad para esa Caja, dichos obreros
v salta a la vista, lo incierto del argument, ya que
no se concibe que un ingenio muela un gran nuimero
de sacos, sin una red de ferrocarriles, que facility las
operaciones, dandose el caso que algunos colosos de la
industrial azucarera tienen hasta trescientos kil6metros
de via ancha. Por que no habrAn de ser compren-
didos, como muy bien objetaba el senior Rodriguez
Ramirez, esos empleados que tienen similitud con los
que prestan sus servicios en las otras compaiiias?
El otro aspect del problema es el que se refiere
a los chauffeurs, conductores, despedidores, etc., que
prestan sus servicios, en las compafiias de servicios
p6blicos establecidas en todas las ciudades populo-
sas de nuestra Repfiblica.
El que habla, en esto tiene una seguridad, pues sa-
be que la vida stable de muchas compafiias, no da
lugar a dudas, y trajo datos elocuentes, demostrati-
vos, de que muchas de esas compafiias llevan ocho y
diez afioe trabajando sin interrupei6n en los Muni-
cipios de la Habana, Matanzas y Santiago de Cuba.
Si hubiera alguna p6rdida seria para esos obreros y
no para la caja de jubilaciones de los ferroviarios,
porque si iban a la quiebra esas compafiias, al no ha-
ber trabajado mis que cuatro ailos o cinco afios, no
disfrutarian de veotajas de clase alguna, salvo la de
qiedar en situaci6n 'de excedentes para el derecho
futturo que pudieran realquirir mIs adelante.

SNo se pudo contestar ninguno de esos arguments.
Yo no voy a hacer un discurso cientifico, pero si lo
pretendiera, con la opinion valio.sisima de GonzAle7
Posada y otros grandes publicistas, demostraria que
el retire tiene mayor posibilidad de vida, mientras
mayor sea el nfmero de individuos que se acojan al
mismo, porque mayors son las cantidades que van a
engrosar el fondo comfin, resultando lo contrario







DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 13


cuando se trata de retires pequefios, como sucede ac-
tualmente con el Retiro Judicial y como sucedi6 con
el Retiro Militar, que han ido a la quiebra y al fra-
caso, porque la cantidad que ingresaba era muy pe-
quefia y ha sido precise que el Estado, con mano
pr6diga, con mano generosa, acudiera en auxilio del
filtimo con cantidades muy crecidas, encontrAndonos
con que el Estado, en el Retiro Militar, contribuyo
con una suma maypr de seiscientos mil pesos.
Por todas estas razones es que yo solicito de la
Cimara sean includes los conductores, chauffeurs y
demas miembros de empresas de tracci6n en las ciu-
dades y los obreros ferroviarios de las empresas pri-
vadas tambien.
Sn. PRESIDENT (GU-AS-INCLAN) : Se pone a vota-
ci6n la enmienda del senior Urquiaga.

Los que esten conformes se servirin ponerse de pie.
Desechada.
SR. URQUIAGA (CARMELO) : Ruego a la presidencia
thaga constar el voto favorable del Ingeniero senior
Mario Mendoza.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLIN): Asi se hard, y el
de la presidencia tambi6n.
Se va a dar lecture a una enmienda del senior Al-
berni.
(El official de actas lee).

Enmienda al primer pdrrafo del

ARTICULO II.-Quedan comprendidos en esta
ley, los empleados y obreros dp ferrocarriles y tran-
vias de servicio pfblieo, establecidas actualmente en
la Repdblica, asi como los de la Cuban Telephone Co.
y los de aquellas compafiias que eri adelante se esta-
blezcan, como tambien los de las compafiias, socieda-
des o empresas de servicios pfiblicos que les sean co-
nexas o est6n relacionadas con las mismas en cual-
quier forma.
Sal6n de Sesiones de la Camara, de Representan-
tes, a 5 de Junio de 1929.
(f.) Dr. Josg Alberni.
SR. URQUIAGA (CARMELO) : Pido la palabra en con-
tra.
SR. PRESIDENT (GuAS INCLAN): Tiene la pala-
bra S. S.
SR. URQUIAGA (CARMELO) : Sefior Presidente y se-
fiores Representantes: Precisamente, el inico consue-
lo que tenia yo era el de que iban a quedar exclui-
dos, por igual, todos los obreros de tracci6n que no
pertenecieran exclusivamente a las sefialadas como
miembros de las compafias ferrocarrileras y otras
empresas de tranvias. Pero lo que se trata de crear
aqui ahora es una injusticia, un privilegio: se pre-
tende, ya que se sabe que las compafiias de tranvias,
como, por ejemplo, la de la Habana, esta creando, en
vista de la situaci6n....
SR. ALBERNI (JOS) : Quiero adelantarme al argu-
mento del senior Urquiaga. No quiero que se sospe-
che en lo mds minimo que esa enmienda mia pueda


haberse inspirado en ese prop6sito que sefiala el se-
fior Urquiaga. Tenga la absolute seguridad, que no
pienso asi, porque l1 me conoce bien. Yo voy.a re-
tirar una parte do la enmienda, de manera que que-
.e redactada hasta donde dice: "se establezean".
SR. URQUIAGA (CARMELO) : Pido que se le de lectu-
ra a la enmienda.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Se le va a dar
lectura nuevamente a la enmienda.
(El official de actas la lee).
SR. ZAYDiN (RAM6N): Pero hay un problema.
Precisamente cuando la actual ley ferroviaria se dis-
cutia, por una enmienda mia, quedaron comprendi-
dos los empleados y obreros que trabajan en los ex-
presos, los cuales venian contribuyendo. En la for-
ma en que ha sido redactado el precepto del senior
Alberni sino se les incluye, seria una injusticia, pues
,quedarian exceptuados no obstante haber estado
contribuyendo esos modestos obreros.
SR. TOME (MANUEL): Nuestro querido amigo el
senior Urquiaga al levantarse de su escafio hacia no-
tar las circunstancias fehacientes de la enmienda
presentada por el senior Alberni haciendo extensive
solamente a las compafilas de tranvias y ferrocarri-
les y aquellas otras de tracci6n que fueran conexas.
Eso era previendo el prop6sito que con motivo de la
construction de la carretera central muchas compa-
filas de ferrocarriles tengan que afrontar nuevos
problems. Yo tengo noticias del Ferrocarril Cen-
tral de aquella parte que se refiere a la region orien-
tal de Camagiiey, Santa Clara y Oriente, donde van
a poner en cortas distancias lines de 6mnibus, y
puede acontecer que dentro de esa misma competen-
cia la compaiiia de ferrocarriles tenga necesidad de
sacar empleados de sus n6minas para irlos a colocar
en esas lines de 6mnibus; y entonces resultaria que
si no se hace la aclaraci6n, esos empleados, una vez
que fueran separados de los ferrocarriles para poner-
los en las compafiias de 6mnibus no podrian seguir
comprendidos en la ley de jubilaci6n.
SR. CASTELLANOS (MANUEL): Precisamente la em-
presa de los Ferrocarriles Unidos en Londres acaba
de adoptar en la filtima reunion de este afio el si-
guiente acuerdo: que toda vez que en Cuba las ca-
rreteras han torado el auge que han torado, las
companies de ferrocarriles iban a sufrir las conse-
cuencias econ6micas de la competeneia y se modifi-
c6 el estatuto de los Ferrocarriles Unidos en el sen-
tido de que puedan establecerse lines de 6mnibus.
SR. TOME (MANUEL) : Esa era la finalidad que yo
persegula y agradezco al senior Castellanos su opor.
tana aclaraci6n. Mi prop6sito es que ese grupo de
obreros no quede excluido de los beneficios de la ley.
Por eso pediria al senior Urquiaga que con esa expli-
caci6n se satisfaga y preste su conformidad a la
aprobaci6n de ese precepto en la form en que se pre-
senta.
SR. URQUIAGA (CARMELO): Yo desearia saer' en
la forma que sostiene su enmienda el senior Alberni.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Sefior Alberni:
gmodifica S. S. esta enmienda o la mantiene en la
forma primitive ?







14 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


.SR. ALBERNI (JOSE): Sefior Presidente y sefiores
Representantes: estamos animados del deseo de ter-
minar en la tarde de hoy la discusi6n y votaci6n de
este proyecto de ley para que el Senado pueda en-
trar a discutirlo en el dia de mafiana, si asi lo deci-
de ese cuerpo colegislador y por esta raz6n para evi-
tar pol6micas innecesarias, yo quise anticiparme al
argument de mi distinguido compafiero el senior Ur-
quiaga y me he prestado a modificar mi enmienda
suprimi6ndole el iltimo inciso.
Suprimiendo el parrafo a que me refiero anterior-
mente, esta enmienda mia que sustituye al primer
pirrafo del articulo segundo del proyecto, express
.,e manera clara y terminante, que s6lo quedan com-
prendidos en esta ley los empleados y obreros de las
compafiias de ferrocarriles y tranvias que funcionan
actualmente en el' pais y ]os de aqu6llas que en lo
sucesivo se establezcan; y 6sta es la orientaci6n que
se ha trazado la Camara al rechazar la enmienda
presentada en sustituci6n del articulo, por el senior
Aguiar.
Yo sostengo la enmienda en la forma en que defi-
nitivamente ha quedado redactada, y dejo al buen
juicio de mis otros compafieros si le quieren adicio-
nar alg6n inciso, que yo con much gusto aceptar6,
si con ello no se varia la orientaci6n y el alcance de
este precepto.
SR. TOMb (MANUEL) : S. S. ha dicho que queda
definitivamente redactada en esa forma, pero yo
quisiera que S. S. la leyera.
SR. ALBERNI (JOSE) : Con mucho gusto voy a com-
placer a mi querido compafiero el senior Tom,: "Que-
dan comprendidos en esta ley los empleados y obre-
ros de ferrocarriles y tranvias de servicio p6blico, es-
tablecidas actualmente en la Republica y las de aque-
llas que en lo adelante se establezean."
SR. TOME (MANUEL): Pido la palabra.
SR. PRESIDENT (GuAS INCLAN): Tiene la pala-
bra su sefioria.
SR. ToMwE (MANUEL): Entiendo senior Presidente
3 sefores Representantes, sin perjuicio de lo que
pueda resolverr la Camara en definitive, que el pro-
blema que yo sefialaba para un future bastante in-
mediato, en vista del progress rApido y extraordina-
rio de las obras piblicas de la carretera central, va
a ser que esa compafiia que tiene esa cantidad ex-
traordinaria de obreros, se acojan a la Ley de Ju-
bilaciones y se ofrezcan despues para prestar sus
servicios en empresas o compafias de guaguas o tran-
vias de corta distancia.
SR. URQUIAGA (CARMELO) : S. S. esta combatien-
do la enmienda del senior Alberni?
SR. ToMl (MANUEL) : No, queria hacerle una su-
gerencia al senior Alberni porque he visto que la
primitive enmienda de 61 comprendia este aspect
interesante del problema y queria hacerle la indica-
ci6n que definitivamente apuntaba y me referia a su
enmienda primitive y no a la iltima, en la forma
modificada, porque entiendo que la primitive abar-
caba ese problema.
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : (Interrumpiendo) :
Hay una enmienda adicional al primer pArrafo donde


,e declaran comprendidas en la ley todas esas compa-
fiias, y estA presentada a la consideraci6n de la CAma-
ra. Si el Sr. Alberni cree que puede ser presentada
como adicional, ello seria convenient.
SB. ALBERNI (JOSE) : La enmienda mia al primer
.parrafo es sustitutiva; realmente es una parte dei
parrafo primero, po.rque la variante que yo le hacia
al filtimo inciso, ha sido suprimida en obsequio a
nuestro querido compafiero el senior Urquiaga.
El senior Tome me hacia esa sugerencia que yo re-
cibia con much agrado, pero naturalmente me veo
perplejo ante el ofrecimiento que he hecho al senior
Carmelo Urquiaga de retirar ese inciso y ante el rue-
go que me hace el seilor Tome de que lo mantenga.
SR. TOM (MANUEL) : Yo no sabia que habia con-
traido ese compromise el distinguido compafiero;
era con el deseo de que siendo, como es, suya la idea,
(i ninguna manera pudiese ver que queriamos apro-
piarla; pero si hay ese compromise retire mi peti-
cion.
SR. ZAYDiN (RAM6N) : Yo voy a 'hacer un ruego a
los sefiores Urquiaga, Alberni y Tom6. Vamos a re-
chazar esta enmienda del senior Alberni.
SR. ALBERNI (Jos) : 4Pero S. S. quiere, con esa
cara tan jovial, darme un palo de esa naturaleza?
(Risas).
SR. ZAYDiN (RAMON) : Yo deseo proponer que de-
jemos vigente, mediante una enmienda, el propio
articulo segundo de la actual ley, la cual dice': "Que-
dan comprendidos en esta ley los empleados y obre-
ros de los ferrocarriles, y los que lo presten asimis-
mo a la empresa pfblica o particulars destinados a
express o transportes de carga o equipaje en conexi6n
con los ferrocarriles, y en los departamentos de buf-
fet y coaches dormitories de los ferrocarriles percibien-
do de las mismas sueldo, journal u otra forma de re-
numeracin.'
(f.) Ranmn Zaydin.

SR. ALBERNI (JOSE) : Yo acepto la enmienda asi.
SR. ZAYDIN (RAMON) : El Estado puede establecer
un servicio de tranvias de ferrocarriles.
SR. MACHADO (CARLOS) : Que se le vuelva a dar
lecture.

Sa. ZAYDIN (RAsM6N) : Es el mismo articulo segun-
do de la actual ley que prev6 lo que el senior Tome
quiere. Dice asi: (Lee).
SR. URQUIAGA (CARMELO) : Eso era lo que propo-
nia yo.

SR. PRESIDENT (GUIS INCLN) : IS. S. qu6 pro-
pone concretamente ?
SR. ZAYDiN (RAM6N) : Yo no propongo nada.
(Risas).
SR. PRESIDENT (GUAS INCLiN): Sefiores Repre-
sentantes: La enmienda del senior Alberni ha sido
modificada por la del senior Tome en la forma que se
va a leer.






DIARIO DE SESIONEIS: DE LA CAMARA DE REPRS!ESENTANTES 15


(El oficia'l de, actas lee).

El articulo II quedara redactado en la siguiente
forma:

"Quedan comprendidos en esta ley los empleados
y obreros de ferrocarriles y tranvias de servicio puf-
blico, establecidas actualmente en la Repfiblica y las
de aqu6llas que en lo adelante se establezcan..

(f). Jose Alberni.

SR. URQUIAGA (CARMELO): Pido la palabra.

SR. PRESIDENT (GuAS INCLAN): Tiene la pala-
bra el senior Urquiaga.

SR. URQUIAGA (CARMELO): Sefior Presidente y se-
ficres Representantes: Verdaderamente da pena te-
ner que discutir todos esos asuntos tan trascenden-
tales, tan dificiles de estudiar y conocer, con esta
festinaci6n. Hemos visto como ha dependido casi la
aprobaci6n o no de una enmienda del ligerisimo
transcurso de unos segundos. Hemos visto como ha
dependido la aprobaci6n o no de una enmienda de
la indieaci6n hecha por uno de ]os leaders que de-
fiende esta ley y a pocos segundos de retirada una
enmienda, surge alguien que tiene todos mis respe-
tos, y present otra enmienda que viene a ser la mis-
ma cosa. Yo tengo una sola objeci6n que hacer y es
lia finica que voy a exponer aqui contra la enmienda
mixta de los sefiores Alberni y Tom6. Present una
enmienda que fu6 rechazada por esta Camara enca-
minada a darle entrada en la caja de jubilaciones a
todos aqu6llos que fueren chauffeurs, conductores,
raquinistas de empresas no pertenecientes a los fe-
rrocarriles Unidos, al ferrocarril de Cuba, ni a los
tranvias de la Habana, y se rechaz6 la enmienda de
manera, puede decirse, inconsulta, con todo el res-
peto que me merece la Camara; sin estudiarla.

SR. RAMIREZ DE .LE6N (ELADIO) : De acuerdo con
cl criteria de S. S. las demAs empresas de tranvias
existentes en el interior de la Repflblica, no estAn
comprendidas en la ley actual.

SR. URQUIAGA (CARMELO): Las-de tranvias, si, las
que no estan son las demas empresas del servicio pi-
Hlico, como son las de 6mnibus, etc.

SR. RAMiREZ DE LE6N (ELADIO) : Me parece que el
precepto es claro. Voy a leerlo. (Lee el articulo pri-
mero de la ley). Dice, empleados de las empresas de
servicios pfiblicos, quiere decir, de las' empresas fe-
rroviarias y tranviarias, lo mismo de la Habana que
del interior de la Repfiblica. La enmienda de S. S.
se refiere a empleados de empresas particulares o de
servicios privados.

SR. URQUIAGA (CARMELO): Una parte de ellas, des-
de luego, se puede considerar que son empresas de
servicios pfiblicos, las que prestan ese servicio en la
Habana, por ejemplo los omnibus y aqui esta el se-
fior Castellanos que podrh ratificar lo que digo. A
]6 me remito, preguntandole si consider que los
empleados de las compafiias de 6mnibus de la Haba-
na estan comprendidos dentro de la actual ley de ju-
bilaciones.


SR. CASTELLANCS (MANUEL) : Tal como esta redac-
tada la ley, no.

SR. URQUIAGA (CARMErO) : Vea, pues, S. S., que
por encima de las interpretaciones que pudieran
dArsele, no se encuentran comprendidos. Ahora
bien, se sostiene que esos,empleados no deben perte-
necer a la caja del retire ferroviario. lPor qu6 he-
mos de excluir .aquellos que van a competir con-
tra las lines actualmente establecidas por las em-
presas ferrocarrileras, que van a competir por sus
fletes excesivos, por su falta de identificaci6n abso-
luta con el pais y que por no haberse prestado a ayu-
darlo en forma alguna por el servicio p6simo que pres-
tan, se encuentran pr6ximos a la ruina? Por qu6
hemos de colocar a los empleados en una marcada
desigualdad; que aqu6llos que vayan a esa empresa
puedan tener todos los beneficios, y aquellos de las
empresas independientes no puedan tenerlos? Yo ro-
garia al senior Castellanos que me manifestara si es-
toy o no en lo cierto.

SR. CASTELLANOS (MANUEL): Estoy absolutamen-
te conforme.

,SR. URQUIAGA (CARMELO) : Se ha excluido a todos
esos capitals cubanos que han fomentado empresas,
que tienen empleados trabajando durante largos
aieos, por entender que no debe llevarse ese germen
que era de revoluci6n en estos moments, a la Caja.

Pues bien, si la Camara ha sostenido el criterio
de que no deben ser amparados los obreros de esas
compafiias eubanas independientes. 1por que hemos
de darle ese privilegio a las compafiias que compren
o anexen otras compafiias? Eso es una manifiesta in-
justicia que la CAmara no puede sancionar de nin-
guna manera.
SR. ALBERNI (JOSi) : Pido la palabra.

SR. PRESIDENT (GUiS INCLAN): Tiene la pala-
bra S. S.

SR. ALBERNI (JOSg) : Yo, realmente, quiero llevar
a1 Animo del senior Urquiaga el que crea, firmemen-
te, que no ha sido una ligereza ni una falta de con-
vicci6n el que yo haya retirado la filtima parte de
mni enmienda, que suprimi complaci6ndolo inmediata-
mente; porque sin esa filtima parte que yo he supri-
mido de la enmienda queda perfectamente redactado
el precepto; de manera que no preocupe al senior To-
m6, esta supresi6n, porque el extreme a que 61 se re-
fiere puede estar comprendido en el otro parrafo del
articulo. Por eso, cuando el senior Urquiaga me ha-
cia la pregunta respect a que si mi enmienda era el
contenido total del articulo, yo le contest y la presi-
dencia confirm mi aserto, de que mi citada enmien-
da sustituia el primer pfrrafo de este articulo se-
gundo. Ahora soy yo el que voy a formular un rue-
go a mi distinguido compafiero el senior Tom6, para
que acepte mi enmienda que sustituye el primer pa-
rrafo del articulo segundo en la forma que definiti-
vamente ha quedado redactado, pues la complacen-
cia que yo tuve con mi compafiero el senior Urquia-
ga, no impide el que en el parrafo segundo queden
comprendidos los puntos de vista que sustenta el se-
fior Tome.





16 DIARIO DE SESIONEIS DE LA CAMERA DE REPRESIENTANTES


SR. TOME (MANUEL) : Efectivamente, despu6s, de
la aclaraci6n del senior Alberni no tengo interns en
scstener el extreme de la enmienda.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLiN): Retirada la ob-
jeci6n del senior Tome. Se va a dar lectura a la en-
mienda en la forma en que ha sido redactada.
(El official de actas la vee nuevaimente).
SR. PRESIDENT (GU-S INCLAN) : Se pone a vota-
ci6n, bien entendido que es sustitutiva al p'rrafo
primero del articulo segundo.

Los que estin conformes se servirAn ponerse de
pie.
(La mayoria de los sefiores Representantes se po-
ne de pie).
Aprobado.
Se va a dar lectura a una enmienda suscrita por
e! senior Zaydin.

(El oficiaS de actas lee).

ARTiCULO II

Quedan comprendidos en esta ley, los empleados y
obreros de las empresas pfblicas o particulares des-
tinadas a express o transport de carga o equipaje
1n conexi6n con los ferrocarriles; y asimismo los em-
pleados y obreros de los buffet y camareros de ferro-
carriles.
(f.) Ram6n Zaydin.

SR. MACHADO (CARLOS): Los camareros son em-
pleados de los ferrocarriles ?
SR. ZAYDIN (RAMON) : Pertenecen al servicio de
buffet.
SR. RAMIREZ DE LEON (ELADIO) : i Cul es el ser-
vicio de los camareros?
SR. ZAYDIN (RAM6N) : Los camareros pertenecen
a una empresa particular, anexa a la Compafiia de
Ferrocarriles, pero como hemos suprimido la pala-
bra conexo, no quedan comprendidos en la ley.
SR. MACHADO (CARLOS) : Yo rogaria al senior Zay-
din que retirara su enmienda, porque en ella van a
estar comprendidos hasta aquellos dependientes que
est6n dos o tres dias en el servicio del buffet. Yo me
atrevo a suplicarle que concrete su enmienda a los
empleados de los express.
SR. ZAYDIN (RAMON) : Este fu6 un problema que se
'bati6 hace cuatro afios, cuando se discuti6 esta ley
retiro ferroviario, porque se encontr6 que en la
'iva ley esos empleados habian quedado exclui-

TADO (CARLOS) : Aceptado.
"TE (GUAS INCLAN): Se pone a discu'
Sdel senior Zaydin que es adicional


Los que esten de acuerdo se serviran ponerse de
pie.

(La mayoria de los se.iores Representantes se po-
ne de pie).
Aprobado.

Se va a dar lectura al parrafo siguiente del ar-
ticulo.
(El official de actas lo lee).
SR. PRESIDENT (GUAS INCIAN): Se pone a discu-
si6n.
(Silencio).
A votaci6n.

Los que esten de acuerdo se servirAn ponerse de
pie.

(La mayoria de los sefiores Representantes se po-
ne de pie).
Aprobado.

Se va a dar lectura a una enmienda adicional del.
sefior Castellanos.
(El official de actas lee).

Enmienda sustitutiva del articuo II.

(Se acepta el parrafo primero del articulo).
Tambi6n estarin comprendidas en esta ley, las
compafilas, sociedades o empresas de servieio pfibli-
co, que se dediquen a la traslaci6n de personas o co-
sas, siempre que estuvieren sometidos a itineraries en
la prestaci6n de los servicios y los realizaren en vir-
tud de concesiones, o cualquiera otra forma de per-
miso del Estado, la Provincia o el Municipio.
El tiempo de servicios prestados por los emplea-
dos y obreros de las compafiias, sociedades y empre-
sas a que se refiere el pArrafo anterior, para los
efectos de la jubilaci6n o el retiro, se computarA so-
lamente desde el moment en que esas entidades co-
menzaren a contribuir a los fondos de la caja. Esto
sin perjuicio de los derechos que dichas personas
por otros concepts tuvieren adquiridos.
Habana, 18 de Junio de 1929.

(f.) Mianuel Castellanos Mena.

SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN) : Se pone a discu-
si6n.

Tiene la palabra el senior Castellanos.

Sn. CASTELLANOS (MANUEL): Como muy bien de-
cia el senior Urquiaga hace poco, no hay motive que
justifique que los empleados de 6mnibus esten fuera
del radio de la ley. Tendiente a esa omisi6n que se
advierte en la ley, es la enmienda. Parece el prop6-
sito de la CAmara favorable a la enmienda, por la
impresi6n que yo he recogido.
(Risas).
No s6 si estoy equivocado.







DIARIO DE SESIONES DE LA C~itARA DE REPRESENTANTEb 17


Por eso en mi enmienda se dice: "quedan com-
prendidas las sociedades de servicio_ pfiblico." (Si-
gue leyendo).
Buscando el aliciente de la Carretera Central que
este gobierno ha realizado con tanto 6xito y que co-
noce muy bien el senior Carlos Machado.
SR. PRESIDENT (GuAS INCLAN) : Se pone a vota-
ci6n la enmienda del senior Castellanos.
Los que esten de aeuerdo con ella se pondran efec-
tivamente de pie.
Rechazada.
SR. URQUIAGA (CARMELO) : Pido que se haga cons-
tar mi voto favorable y el del senior Zaydin.
Sn. PRESIDENT (GUAS INCLAN) : Se hard conswar.
Se va a dar lecture al articulo tercero.

(El official de actas lo lee).
SR. URQUIAGA (CARMELO) : Pido que se discuta pi-
rrafo por parrafo.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Asi se hard.
Se va a dar lectura nuevamente al parrafo prime-
ro del articulo tercero.
(El official de actas lo lee).
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN) : Se pone a discu-
si6n el parrafo primero.
SR. URQUIAGA (CARMELO) : Pido la palabra.
SR. PRESIDENT (GUAi INCLAN): Tiene la pala-
bra S. S.

SR. URQUIAGA. (CARMELO) : A favor de una parte,
en contra de otra, y pido que se adicione lo0 que se
habia acordado anteriormente.
Este articulo, senior Presidente y sefiores Repre-
sentantes, ha de ser concordante con el anterior. Si
nosotros ibamos a dejar sin efecto el que los emplea-
dos de compafiias o sociedades conexas no pueden,
por tanto, encontrarse incluidos aqui y si a su vez
habiamos incluidos a las companias de transport en
relaci6n con las empresas, es natural que se inclu-
yan.
'En ese sentido yo pediria que se aprobara el ar-
ticulo, pero con la supresi6n de los empleados de las
compafiias conexas en relaci6n con los otros emplea-
dos que habian sido incluidos.
SR. PRESIDENT (GUiS INCLiN) : Se va a dar lec-
tura al inciso en la forma en que result modificado
por la enmienda del senior Urquiaga.
(El official de actas lo lee).
Sn. PRESIDENT (GUAS INCL)N) : .Se va a dar lec-
tura a la enmienda en la forma en que queda redac-
tada.
(El official de actas la lee).
SR. CASTELLANOS (MANUEL): Dice aqui que "pres-
tan" servicios y debe decir que "presten."
SR. URQUIAGA (CARMELO) : Estd bien, aceptada la
modificacion.


Sn. PRESIDENT (GUiS INCLiN): Se pone a vota-
ci6n la enmienda cn la forma que result modifi-
cada.
Los que estPn conforms se serviran ponerse de pie.
(La mayoria de los seiore's Represewtantes se pone
de pie).
Aprobada.
Se va a dar lecture a una enmienda adicional del
senior Castellanos en este parrafo.
(El official de actas lee).

Enmnienda adicional al articulo III.

Las empresas, sociedades o compafiias podrin va-
lerse de procedimentos secrets o de espionaje para
investigar la conduct de sus empleados u obreros,
que tuvieren diez afios de servicios, pero sera nulo
todo acuerdo que se tome fundado en tales investiga-
ciones o denuncias, pues en todo caso el cargo que se
haga al empleado u obrero sera realizado por .una
persona conocida y que lo ratifique ante el expe-
diente que se instruya, siendo nulo si asi no se efec-
tuare. La infracci6n de este precepto sera considera-
da como violaci6n de la ley y castigada segfn el ar-
ticulo LIII de la misma.
(f.) Manue: Castellanos.

SR. CASTELLANOS (MANUEL) : Pido la palabra.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN) : Tiene la pala-
bra el senior Castellanos.
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : La otra noehe pare-
cia que la enmienda iba a quedar aprobada cuando
el senior Tom6 pidi6 que se agregara al articulo ter-
cero. La enmienda tiende a evitar la inspecei6n se-
creta y la acusaci6n an6nima dentro de la compafiia,
especialmente de la Havana Electric. Hoy los moto-
ristas y conductores son separados por inspectors
secrets. Se autoriza en esta enmienda que puedan
inspeccionarlos las compafias, pero en cuanto a los
obreros que esten protegidos'en la jubilaci6n y reti-
ro por una ley de la Republica, no pueden ser sepa-
rados por un informed o acusaci6n an6nima de una
persona desconocida porque se presta al fraude, a
In venganza y a muchas cosas que nosotros no debe-
mos tolerar. Hay tambi6n que tener en cuenta que
los mis antignos que ganan mas que los modernos
scan acusados por estos inspectors. Nosotros en la
enmienda no decimos nada nuevo si no que pueden
inspeccionarlo, pero es nula para los efectos de esta
ley la acusaci6n secret. Debe ser p6blica.
SR. URQUIAGA (CARMELO) : Pido la palabra.
,SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Tiene la pala-
bra el sefor Urquiaga.
SR. URQUIAGA (CARMELO) : No me parece mala la
idea, pero yo creo, aparte, desde luego, la forma con
la que no estoy conforme, porque me parece que hay
una intenci6n de mortificar a esas empresas que em-
plean procedimentos legales como es el de averiguar
como cada cual manejan los intereses.
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : Si el senior Urquiaga
esta de acuerdo con el fondo, la forma se la da 1l.






DIARIO DE SESIONES DE LA CAMARA DE REPRESENTANTES


SR. URQUIAGA (CARMELO) : YO me referia a lo si-
guiente: El parrafo tercero dice: "La solicitud es-
crita del empleado u obrero que haya sido separado
del servicio. (Sigue leyendo). Es decir, que un indi-
.viduo que es separado por la acusaci6n an6nima, de
fraud, tiene el derecho de ir ante la junta de go-
bierno a decirle: he sido separado sin causa justifi-.
cada; y entonces el directorio esta facultado para ha-
cer todas las investigaciones que estime oportunas.
Seguramente que esa junta de gobierno no habrA de
aceptar como bueno un informed an6nimo. Si S. S.
insistiera en su idea, yo creo que lo .que se podria
hacer es adicionarle algo de lo que pretend. La
idea de S. S. es noble y estA bien inspirada, por lo
que podiamos fijar un procedimiento procesal en ese
articulo tercero, para la norma que debe seguir la
junta de gobierno en todos los expedientes que se lle-
ven ante ella, aclarando que no podra estimar como
prueba suficiente la acusaci6n an6nima, si 6sta no
se comprueba con hechos.
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : (Leyendo). "No po-
drA estimarse por -la junta de gobierno, como prueba
bastante, la acusaci6n o denuncia an6nima."
SR. PRESIDENT ( GUAS INCLiN): En ese caso la
enmienda seria al pArrafo tercero.
Se va a dai lecture al pArrafo segundo.
(El official de actas lo lee).
Sn. PRESIDENT (GuAS INCLiN) : Se pone a discu-
sion.
Se va a dar lectura a la enmienda del senior Cas-
tellanos.
(El official de aclas la lee nuevamiente).
SR. URQUIAGA (CARMELO): Ruego al senior Caste-
11anos que retire la enmienda, porque complicaria
una situaci6n que aparece clara y diAfana, porque
consideraria no ajustado a la ley el concederle a las
empresas autoridad para jubilar a sus empleados,
cuando finicamente podra hacerlo el directorio, ya
que la empresa podria separar arbitrariamente a un
empleado haciendo constar que no estaba apto para
el servicio. Eso tendria que resolverlo el directorio
en definitive.
SR. CASTELLANOS (MANUEL): La enmienda dice
asi: "Las empresas, entidades o compafiias estaran
obligadas a reponer". (Continda leyendo). Es decir,
que.e] obrero jubilado por inutilidad fisica, obtiene
arriba una resoluci6n favorable por los tribunales.
SR. CASTELLANOS (MANUEL): Sin embargo, ese
hombre queda fuera de la empresa.
SR. URQUIAGA (CARMELO): Es que la jubilaci6n
no es firme si se apela del acuerdo del Directorio.
Asi, pues, a mi juicio, huelga.
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : Estoy conforme con
lo que dice el senior Urquiaga y retiro mi enmieida.
SR. PRESIDENT (GUiS INCLAN) : Retirada la en-
mienda del senior Castellanos, se va a dar leetura' al
parrafo segundo.
(El official de actas lo lee).


SR. PRESIDENT (GUiS INCLAN): Se pone a discu-
si6n.
(Silencio).
A votacion
Aprobado.
Se va a dar lectura al pArrafo tercero.
(El official de actas lo lee).
SR. PRESIDENT (GuiS INCLiN) : Se va a dar lec-
tura a una enmienda del senior Tom&.
(El official de actas lee).

Enmienda al parIrafo tercero del articulo III.

El parrafo tercero del Articulo III del proyecto
de ley que reform lal que cre6 el Retiro Ferroviario
y Tranviario, quedara redactado asi:
A solicitud escrita del empleado u obrero con mas
de diez afios de servicios, que haya sido separado,
por causes que no sean de economies o supresi6n de
plazas, y euya solicitud sea presentada dentro de los
treinta dias hAbiles siguientes a la notificaci6n de
haber sido separado, se incoard por el Consejo de
I)elegados expediente, en el que serAn oidos la em-
presa y el interesado o sus representantes. En dicho
expediente se practicarAn cuantas diligencias y prue-
bas se estimen pertinentes, para la comprobaci6n de
la causa o causes de la separaci6n. Terminadas las
pruebas, el Consejo dictara resoluci6n dentro de un
termino que no podrA exceder de quince dias, decla-
rando star bien fundamentada la separaci6n del
empleado u obrero; y caso contrario ordenarA su re-
posiei6n a la Empresa que hubiese declarado la ce-
santia. Cuando la causa de separaci6n fuesc la de
hacer economics o supresi6n de plaza, el empleado u
obrero quedara en grado do excedente con derecho
n ocupar la primera vacant igual o analoga a su
plaza.
La reposici6n del empleado u obrero se efectuarA
dentro de un plazo de quince dias, a contar de aquel
en que la resoluci6n le fuese notificada a la Empre-
sa. Y en estos casos, el empleado u obrero debera ser
indemnizado de los sueldos o jornales dejados de
percibir durante el tiempo de su separaci6n.
Contra estas resoluciones del Consejo de Delega-
dos, tendrAn las parties recursos de apelaci6n ante
las Salas de lo Civil de la Audiencia respective v
del Tribunal Supjemo despu6s, dentro de 16s t6rmi-
nos y en la forma que se dan estos reeursos en los
demas casos que la present ley los autoriza.
Sal6n de Sesiones de la CAmara de Representan-
tes, a 18 de Marzo de 1929.
(f.) Manuel Tomg, Miguel Angel Aguiar, Rafael
Gu4s Imcldn.
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : YO creo que la en-
mienda presentada por mi es mAs radical.
SR. PRESIDENT (GUis INCLAN) : Se va a dar lee-
tura a la enmienda del senior Castellanos.
(El official de actas lee).






DIARIO DE SESIONES DE LA OAMARA DE REPRESENTANTES 19


Enmienda adicional al pdrrafo tercero del

Articulo III.

Los empleados y obreros dados de baja por moti-
vos de economic lo seran por orden de rigurosa an-
tigiiedad, segfin escalaf6n que deben fievar las Em-
presas, Sociedades o Compafias; y al reingresar en
el servicio se harh en la misma forma a no ser que
tenga por renunciado ese dereeho, si notificado el
obrero o empleado, 6ste no comparece a tomar pose-
si6n dentro de los quince dias siguientes a la notifi-
caci6n personal que se ]e haga. Esta notificaci6n se
hara en la forma que dicte el Reglamento para la
ejecuci6n de la ley.
Habana, 2 de Junio de 1929.
(f.) Manuel Castellanos.

SR. PRESIDENT (GuAs INCLAN) : La enmierda del
senior Castellanos, como la Cimara habrA compren-
dido, es adicional, pero abarca algunos de los aspec-
tos de la enmienda sustitutiva de los sefiores Tome:
Aguiar y Guis Incl~n.
Se pone, pues, a discusi6n la enmienda del senior
Tome, sustitutiva al parrafo tercero.
SR. TOME (MANUEL): Dos palabras solamente pa-
ra explicar la bondad de esta enmienda y la genero-
sidad del precepto. Conocen los sefiores Represen-
tantes que se han aprobado preceptos en que se esta-
*blece que un hombre despu6s que ha cotizado a la
Caja mds de diez afios adquiere un derecho. Ya ese
obrero que ha cotizado mas de diez afios significa un
estado de derecho, distinto al que s6lo tiene cuatro
o cinco afios cotizando. Eso bien lo conocen los sefio-
res Aguiar, Guis Inclan y el que tiene el honor de
dirigirse a la Camara, porque aquel obrero que con-
tribuy6 con mas de diez afios al sostenimiento de la
Caja, debera ser amparado y pudiera ser repuesto
para que no se le privara del derecho a la jubilaci6n.


SR. TOME (MANUEL): A los que tengan mas de
diez afios de servicios.
SR. URQUIAGA (CARMELO): En el articulo primero
se establece.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): El articulo 23
esti previendo ese caso de cesantia y aqui se esta
previendo el caso de cesantia por cualquiera otra
causa que estime la empresa, con lo que se va a dar
un derecho de defense al empleado para recurrir
contra esa resoluci6n.
SR. URQUIAGA (CARMELO): LLa diferencia existe
entire la enmienda y el pirrafo tercero ?
SR. TOME (MANUEL): El parrafo tercero induda-
blemente habla de la solicitud de recurso establecido
por los obreros, pero no dice qu6 es lo que debe ha-
eer el organism que conoce de ese recurso una vez
que conozca de 61. Es decir que nos encontramos
con una iniciativa de proteeci6n y de amparo al obre-
ro, pero que no pasa de ahi, porque no se dice que
es lo que debe hacerse con ese recurso, porque una
vez que el obrero present su recurso y le pregunte
a los directors de e.se organism que resoluei6n ha
recaido sobre su recurso, les diran que no estin
cbligados por la ley a dictar resoluci6n alguna sino
solamente a conocer del recurso. Esto es puro sen-
timentalismo, palabra que se ha usado aqui muy
frecuentemenfe, y yo con mi enmienda lo que hago
es concederle al obrero el derecho de que se resuelva
su recurso, concederle al obrero el derecho de am-
paro en sus derechos para que definitivamente se re-
suelva, una vez sustanciada, el recurso presentado.
SR. URQUIAGA (CARMELO); Yo estoy de acuerdo
con la aclaraci6n del senior Tom6 siempre que sea
comprendida en la enmienda adicional del senior
Castellanos esta otra enmienda.
SR. PRESIDENT (GuAs INCLAN) : Se pone a vota-
ci6n la enmienda del senior Tom6 sustitutiva del pa-
rrafo tercero.


SR. URQUIAGA (CARMELO) : Yo pediria que se le
die. lecture nuevamente a la enmienda. uLos que est6n conformes se servir6n ponerse de pie.
diera lecture nuevamente a la enmienda.
SR. PRESIDENTE (GuAS INCLAN) : Se le va a dar (La mayoria de los seiaores Representantes se pon"
lecture nuevamente a la enmienda. I de pie).


(El official de actas la lee).
SR. URQUIAGA (CARMELO) : Yo desearia que me ex-
plicara el senior Tom6 si no se encuentran compren-
dido ya en este articulo de la ley el caso de aqu6llo.s
que fueron separados por economic, que ademhs que-
dan en situaci6n de excedencia da percibir una re-
tribuci6n durante ese tiempo hasta que eneontraren
otra vez trabajo.
SR. TOMf (MANUEL) : S. S. se refiere al easo del
articulo 23, al caso de paro; pero la finaiidad. que
persigue el obrero es la de adquirir la jubilaci6n or-
dinaria que es la que le da un mayor rendimiento.
Por eso precisamente S. S. comprender6 por que
yo pongo que la cotizaci6n no tenga menos de diez
aios, porque estimo que asi tendrAn derecho a dis-
frutarla.
Sn. URQUIAGA (CARMELO): uCuAl es el caso a que
sc refiere su sefioria?


Aprobado.
Se va a dar lectura a la enmienda adicional del
parrafo tercero del articulo tercero del senior Cas-
tellanos.
(El official de actas lee).

Adicional a, la Enmienda.

Las Colectividades obreras podrin solicitar y las
Empresas debersn expedir certificaciones relatives al
escalaf6n de empleados y obreros.
(f.) Manuel Castellanos.

SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN) : Se pone a discu-
si6n.
SR. CASTELLANOS (MANUEL): El escalaf6n es re-
conocido por la Compafiia de Ferrocarriles que
respeta la antigiiedad. Es decir que de hecho, en






DIARIO DE SESIONEIS DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


la practica,.se ha aceptado este derecho por la Com-
pafia de los Ferrocarriles Unidos de la Habana.
La idea es de protecci6n al trabajador, es decir, ha-
cer una carrera .de los ferrocarriles para que puedan
medicare a ella con garantia de que sera reconoci-
da su antigiiedad en el ejercicio de es'e cargo. Yo
creo que la idea sera bien acogida por la Cimara.
.SR. TOME (MANUEL.): Yo me permit hacerle una
observaci6n a mi distinguido compafiero el senior
SCastellanos, porque yo he sido siempre, aunque no
con la intensidad con que mi distinguido compafiero
so ha dedicado a estos asuntos, tambi6n defensor del
obrero, pero yo deseo haeerle una sugerencia a la
CAmara sobre este particular, que es la relative a
la redacci6n en que se reconoce el derecho del esca-
laf6n de que tengan necesidad las empresas de en-
tenderse con la representaci6n colectiva de los obre-
ros. Como la ley 6sta viene bashndose en una situa-
ci6n juridica que .se establece entire las compafiias y
los obreros, particularmente, y me parece que con esto
estoy pensando en hacerle un positive bien al obrero,
porque en muehas ocasiones una cosa piensan s.us
representantes y otras los representados, por lo que
yo odejaria la situaci6n juridica que se ha estableci-
do entire los obreros y las empresas sin darle inter-
venci6n a los representantes de los obreros, 'porque,
a mi juicio, acaso eso pudiera crear dificultades.

SR. CASTELLANOS (MANUEL): En primer lugar
nosotros aprobamos .anoche una enmienda dando
preeisamente personalidad a esa representaci6n, lo
que es algo generoso por parte de nosotros. Esa ini-
ciativa fu6 acogida anoche por la CAmara, permi-
tiendo, a la representaci6n de los obreros que se en-
tiendan con las. compafiias de igual a igual, cumo
debe hacerse, porque no debemos tampoco privar a
los obreros de un derecho que tienen.
SR. TOME (MANUEL): 1 Pero en relaci6n con las
empresas se acord6 la enmienda anoehe? No era para
dirigirse a la Junta de Gobierno?

SR. CASTELLANOS (MANUEL): No, a las empresas.
De modo que ya S. S. tiene el antecedente, de que
lo hicimos anoche y por tanto yo le rogaria que no
inaistiera en su oposici6n a esta enmienda.
SR. PRESIDENT (GuAS INCLAN) : Se va a dar lee-
tura a la enmienda para colocarla en lugar ade-
cuado.
(El official de acts la lee).

Enmienda ,r, ;, ;..,,,a al Po. 3--Articulo III

No podrd estimarse como. prueba por el Consejo
de Delegados la acusaci6n o denuneia an6nima.

(f.) M. Castellanos.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLIN) : Se pone a vota-
ci6n esta enmienda del senior Castellanos a la en-
mienda del senior Tom6 que fu6 aprobada.
Los que esten conformes se servirAn ponerse de pie.
(La mayoria de los se4ores Representa'tes se po-
depie).
Aprobada.


Se va a dar lecture a otra enmienda del senior
Castellanoo.
(El official de actas lee nuievamente una enmienda
adicional al pirrafo te-rcero de) articulo tercero).
SR. MACHADO (CARLOS) : Para un ruego al senior
Castellanos que indudablemente ha sido uno de los
factors mis valiosos en la aprobaci6n de esta ley.
Yo estoy de acuerdo en el fondo con lo que esta ley
dispone, pero me agradaria qae llegiramos a su con-
clusi6n con una redacci6n que no traiga inconvenien-
te en la aplicaci6n de la ley andando el porvenir.
Por consiguiente yo suplicaria a su autor...
SR. ToiM (MANUEL) : i Me permit S. S. una in-
terrupci6n con la venia de la presidencia
SR. MIACHADO (CARLOS) : Con much gusto.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLIN): Tiene la palabra
el senior Tom6.

SR. ToME (MANUEL): Abundando en las conside-
raciones del distinguido compafiero, pero en lo que
esta concretando su petici6n yo deseo ver si 41 me
acepta esta sugerencia: que propusiera S. S. que
la enmienda se aceptara en su totalidad, pero en
cuanto a las relaciones internal que se determine
que sean centre representantes de colectividades y
las empress.
SR. CASTELLANOS (MANUEL): iY cuando se va a
hacer el escal.af6n por los obreros y las empresas, y
hay una diferencia respeeto al escalaf6n que hacen
los obreros, van a surgir tantas discusiones entire la3
empresas y los obreros que se theme que no llegaran
a un acuerdo?
SR. MACHADO (CARLOS): Estoy seguro que habre-
mos de llegar a un acuerdo inmediatamente y por
eso rogaria al autor de la enmienda aceptara en sus-
pender moment6neamente su discusi6n para seguir
otros articulos, pendientes de aprobaci6n.

SR. CASTELLANOS (MANUEL) : Voy a dejar a los se-
iiores Zaydin y Machado que resuelvan la enmien-
da como crean convenient, lo que no quiero es que
sea derrotada. Tengo que ceder por gentileza a us-
tedes.
SR. ZAYDIN (RA i6N) : Estoy de aeuerdo con la
enmienda, pero trato de armonizarla, para que unq
cuesti6n de principos no vaya a demorarnos.
SR. MACHADO (CARLOS) : Sefior Presidente: Abun-
dando en las manifestaeiones de la presidencia y co-
nociendo como opina el senior Castellanos, al adver-
tirseme que se trata de la supresi6n de dos palabras
y que con ello se resuelve el problema, confio en
que esas dos palabras se modificaran por mis compa-
fieros, de acuerdo con la presidencia.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Se va a dar lee-
tura al articulo cuarto.
SR. URQUIAGA (CARMELO) : Para que se d6 lectura
a la enmienda sustitutiva.
SR. PRESIDENT (GUiS INCLAN): Se va a dar lee-
tura a la enmienda.
(El official de actas lee).


20







DIARIO DE SESIONES DE LA AMARA DE REPRKESENTANTES 21


Enmienda al articulo. IV, Capitulo II.

El articulo cuarto quedard redactado tal como es-
taba en la ley que seestd modificando, agregandole
al pirrafo primero de ese articulo lo siguiente:
Y dos miembros designados libremente por el Eje-
cutivo que deberdn ser profesionales, o personas es-
pecializadas, mayores de cuarenta afios y que deven-
gardn un sueldo de $$250.00 mensuales, siendo la
duraci6n de los cargos de estos miembros por cuatro
afios tambien.
(f.) Carmelo Urquiaga,, Jorge Garcia Montes, Mi-
guel Angel Aguiar, Santiago Claret.
SSR. MACHADO (CARLOS): Para que en lugar de
profesionales diga: "especializados."
SR. URQUIAGA (CARMELO): Seiior Presidente y se-
ifores Representantes: Esa enmienda que suscribo
en primer lugar, pero que se encuentra calzada tam-
bien con la firma de los sefores Aguiar y Garcia
Montes, es lo que pudieramos llamar el resultado fi-
nal de una lucha enconadisima alrededor del gobier-
no de la caja. El senior Aguiar, en el Articulo 4o.
de la ley preceptuaba que "el gobierno y adminis-
traci6n de la caja... (Continua Ceyendo).
Con diversas atribuciones, creando una nueva
forma de gobierno en esa instituci6n, parte ejecu-
tiva, y parte que pudi6ramos llamar consultiva, en
la Junta de Gobierno.
SR. MACHADO (CARLOS): Esta enmienda respon-
ae al cambio de implesiones que tuvimos ayer?
SR. URQUIAGA (CARMELO) : Si.
,SR. MACHADO (CARLOS): Pues estoy conforme con
ella.
SR. CASTELLANOS (MANUEL): Pido la palabra en
contra.


SR. URQUIAGA (CARMELO): Yo realmente tendria
much gusto en complacer a mi distinguido amigo,
pero esa enmienda fu6 product de una transacci6n,
er la cual me parece que la idea que S. S. y yo de-
fendiamos llevaba la mejor part. Yo accederia con
mucho gusto, pero el senior Aguiar, con quien nos-
otros llegamos a esa transacci6n, no se encuentra
aqui present, y aun cuando lo esta el seiior Garcia
Montes, que tambien firma la enmienda, yo no me
atreveria a variarla. El senior Aguiar no esta .aqui,
y por esa raz6n, y muy a mi pesar, es que no puedo
acceder a la petici6n que me hace S. S.
SR. CASTELLANOS (MANUEL): Comprendo las ra-
zones del senior Urquiaga y voy a obviarla. Se pue-
de hacer una enmienda por mi a la enmienda del se-
for Urquiaga y consignar que sea uno en vez de dos.
De manera que eso quede resuelto. En cuanto a lo
que se refiere al fondo del asunto, tenemos lo si-
guiente: el senior Machado y el senior T6mB, miem-
bros del Partido Liberal tienen que estar conformes
conmigo en que nombrando dos individuos el Poder
Ejecutivo, se reearga la caja con dos sueldos.
SR. MACHADO (CARLOS): Yo no tendria inconve-
niente en discutir si fuera uno o dos, si mi criteria
no obedeciera al acuerdo que ayer tomamos. Asi es,
que yo rogaria al senior Castellanos, si no tiene gran
interns en que el gobierno no pudiera fiscalizar la
caja, que accediera a que se cumpliera el acuerdo de
ayer.
,SR. CASTELLANOS (MANUEL): Ya yo dije que lo
finico que me reservaba era tratar el problema de la
caja que era sustancial.

SR. MACHADO (CARLOS): Verdaderamente el tiem-
po apremia, pues queremos concluir esta ley a' las
nueve y por eso yo rogaria al senior Castellanos que
accediera a mi petici6n.


SR. PRESIDENT (GuIS INCLAN): Tiene la palabra SR. CASTELLANOS (MANUEL): Vamos a dejar que
su senoria. faera uno.


SR. CASTELLANOS (MANUEL): La enmienda le da
ingerencia, a mis del actual element representati-
vo de los obreros y representative de las colectivida-
des, a dos personas nombradas por el Ejecutivo. No
'hay ningfn fundamento, en realidad, para aceptar
que el Ejecutivo nombre a.personas para integrar
esta Junta de Gobierno. El senior Urquiaga, al acep-
tar esta formula, respondi6 a un espiritu de transi-
gencia acordado en la tarde de ayer en una reunion
celebrada eitre nosotros. El senior Urquiaga esta
tan bien compenetrado, como el que habla respect
a que la Caja debe ser administrada por los propios
trabajadores y los representatives de las empresas;
pero como esta transigencia es necesaria, porque es-
to significa, tanto para el senior Urquiaga como para
el que habla, el 6xito de los puntos sostenidos desde
el comienzo de la discusi6n de la ley en esta Cdmara,
en que nosotros nos pusimos frente a este organism
creado por la ley.
Yo voy a pedirle algo al Sr. Urquiaga, en que segu-
ramente va a complacerme, porque es just: ye le
pido que en lugar de ser dos representantes los de-
signados por el Poder Ejecutivo, sea uno, porque es
suficiente para fiscalizar los actos de la caja.


Sn. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Se pone a vota-
cin la enmienda de los sefiores Urquiaga y otros,

Los que est6n de acuerdo se serviran ponerse de
pie.
S(La mayoria de los seniores Representaqtes se po-
ne de pie).

Aprobado.

SR. CASTELLANOS (MANUEL) : Hago constar mi vo-
to a favor de la enmienda.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN) : Se va a dar lee-
tura a una enmienda adicional del senior Mendoza
al pirrafo noveno del articulo cuarto.
Sn. MACHADOQ (CARLOS) : (Interrumpiendo). Para
un ruego al senior Mendoza. Realmente la enmienda
responded a un fin elevadisimo, pero vuelvo a repetir
lo que dije anteriormente, que es tanto el deseo -de to-
dos de que esta ley quede aprobada antes de las nue-
ve, que yo rogaria al senior Mendoza que retire este ex-
tremo, ofreci6ndole en otra oportunidad tratar del
problema.






22 DIARIO DE SESIONES DE LA CA&MARA DE REPRESENTANTES


SR. MENDOZA (MARIO) : Esta enmienda fu6 consul-
tada previamente por los sefiores Garcia Montes y
Aguiar y estaba conforme tambien el senior Ur-
quiaga.
SR. URQUIAGA (CARMELO): Cuando se pensaba
que iba a quedar subsistente la Junta de Gobierno
y la Comisi6n Consultiva, pero ya estamos en otra
situaci6n.
Sn. MENDOZA (MARIO) : Yo deseo que el senior Ur-
quiaga me aclare, y voy a hacer un ruego al senior
Machado, si toda esa parte del president de la jun-
ta y catedrAtico titular se suprimi6 tambien.
SR. URQUIAGA (CARMELO) : El president de la
junta queda subsistente, porque hemos dejado en
vigor el articulo cuarto, de la ley anterior.
SR. MENDOZA (MARIO) : Yo lo f1lico que hago es
saprimir una palabrita,,con la cual no estoy con-
forme.

SR. PRESIDENT (GUAS INCLiN): La enmienda ya
ha sido aprobada, por lo tanto, su enmienda es adi-
cional.
SR. CASTELLANOS (MANUEL): LQu6 inconvenient
veria la CAmara en aprobar la enmienda ?
SR. MENDOZA (MARIO) : LSe trata de que el
President de la Junta debe ser catedrAtico de
hl Facultad de Derecho de la Universidad de la Ha-
bana?

SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): La enmienda
del senior Urquiaga que se aprob6 anteriormente
decia eso.
Se va a dar lectura a la enmienda adicional al ar-
tUculo tercero, que habia quedado aplazada.
(El official de actas lee).

A LA CAMARA:

El Representante que suscribe, propone a la ley
de Retiro Ferroviario y Tranviario' la siguiente mo-
dificacion:

ENMIENDA ADICIONAL

(Aplazada para el articulo tercero).

Las Empresas, Sociedades o Compafiias quedaran
obligadas a reponer al empleado u obrero que ha-
biendo sido jubilado por inutilidad obtuviere reso-
luci6n favorable contra el acuerdo del Directorio o
de la Compafiia, Sociedad o Empresa que la hubiere
dispuesto.
Si la Sociedad, Compafifa o Empresa se negare o
dejare de cumplir esta obligaci6n en un termino pru-
dencial de diez .dias despu6s de notificada, ademis
de incurrir en las sanciones penales correspondien-
tes, deberi indemnizar por la via civil en los dafios
y perjuicios al empleado u obrero que hubiere obte-
nido la resoluci6n que lo favorezca.
Habana, 2 de Junio de 1929.
(f.) Manuel Castellanos.


SR. PRESIDENT (GuAS INCLAN): Se pone a discu-
si6n.
(Silencio).
A votaci6n.
Aprobada.
Se va a dar lectura al articulo quinto.
(El official de actas lo lee).
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : Como se ha supri-
mido la Junta de Gobierno, voy a presentar una en-
mienda diciendo que se suprime el precepto que se
estd diseutiendo, de tal articulo.
SR. URQUIAGA (CARMELO) Yo creo que para que
guard analogia la ley con la presentada por el se-
nor Aguiar, donde dice "Junta de Gobierno" debe
entenderse "Directorio". La Comisi6n de' Estilo
puede redactarla definitivamente, pues esto es cues-
t36n de forma.
Sn. PRESIDENT (GUAS ITNCLiN): jEsth de acuer-
do la Camara en que donde dice "Junta de Gobier-
no" se sustituirA por "Directorio."
SR. CASTELLANOS (MANUEL) : Hay dos cuestiones.
La Junta de Gobierno y la Comisi6n Consultiva que
pudi6ramos llamar.
SR. URQUIAGA (CARMELO) : Se refunden todas
ellas en una sola, pero nos encontramos con este pi-
rrafo: "El directorio como organismo supremo...
(Sigue leyendo).
SR. URQUIAGA (CARMELO): Lo adaptamos.
SR. ZAYDIN (RAM6N) : Como se habia creado la
Caja de Ahorro y Prestamos habia que confeccionar
un presupuesto para ella.
SR. URQUIAGA (CRMELO) : El Directorio hard todo
eso.
SR. ZAYDIN (RAIM6N): Hay una adici6n que yo
agrego. Que la Caja de Ahorros y Prdstamos con-
feccionarA su presupuesto de acuerdo con el Regla-
mento que redacte el Poder Ejecutivo.
(El official de actas lee).

ENMIENDA

La Caja de Ahorros y Prestamos confeccionard
su presupuesto de .acuerdo coi lo que establece el
Reglamento que dicte el Poder Ejecutivo.
(f.) Ramn6n Zaydin.

SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Se pone a dis-
cusi6n.
(.S';i 11 I ;o).
A votaci6n.

Aprobado.
SR.. URQUIAGA (CARMELO) : Los articulos quinto,
sexto y sdptimo se adaptan?
SR. PRESIDENT (GUAS INCLiN): Se va a dar leec
tura a la enmienda sustitutiva del articulo sexto.






DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 23


(El official de actas lee).

Enmienda al Articulo VI.

El Articulo VI del proyecto de ley que reform
la que cre6 el Retiro Ferroviario y Tranviario, que-
dard redactado asi:
ARTICULO VI.-El Presidente decidirA con su
voto, en caso de empate, en las deliberaciones de la
Junta de Gobierno y del Consejo de Delegados. Se-
ra el ejecutor de las resoluciones de la Junta de Go-
bierno y su representante legal y de la Caja General
de Jubilaciones. Los empleados de la misma son ina-
movibles. Estardn bajo las exclusivas 6rdenes del
President, pero el nombramiento y remoci6n de los
mismos, previo expediente, con cargo y defense, co-
rrespondera a la Junta de Gobierno. En el personal
que se nombre se dard preferencia, en igualdad de
aptitudes, al tiempo de cubrir los cargos, a los que
hayan sido empleados con buenos antecedentes en las
Empresas a que se refiere esta ley y a los jubilados,
pero estos iltimos, no percibir6n mas que el sueldo
correspondiente al cargo que sirvan.
.Corresponde a la Junta de Gobierno, como orga-
nismo superior, la resoluci6n de todos los expe-
dientes, aprobaci6n de los presupuestos, nombra-
niiento y remoci6n del personal y cuantas mas facul-
tades sean inherentes a la actuaci6n necesaria para
que esta instituci6n cumpla sus funciones. Resolve-
::' asimismo sobre las iniciativas que proponga el
Consejo de Delegados, y a su vez, adoptarh las que
estime convenientes, a los fines de la propia insti-
;uei6n.
El Consejo de Delegados se reunird a lo menos
una vez por semana, en las oportunidades que fije
,l President, sin necesidad de citaci6n, y ademAs
muando este lo convoque o lo solicit alguno de sus
miembros, y seran sus funciones aquellas que esta
ley atribuye y cuantas mis el Presidente o la Junta
,de Gobierno le encomendare. Expresamente corres-
ponde al Consejo de Delegados, por medio de sus
miembros, evacuar las ponencias en todos y cada uno
de los expedientes, de cualquiera clase que sean, que
se tramitaren, las cuales, una vez resueltas por el
Consejo, seran elevadas a la Junta de Gobierno, pa-
ra superior resoluci6n. Asimismo corresponderd al
Consejo de Delegados desempefiar cuantas comisio-
nes le sean confiadas por la Junta'de Gobierno o su
President, a fin de que aquella en cada caso pueda
dictar las resoluciones correspondientes. El Consejo
de Delegados formulary cada afio el proyecto de pre-
supuestos de ingresos y egresos de la Caja General
de Jubilaciones y Pensiones, fijando el monto de las
jubilaciones y pensions que deban ser satisfechas
durante el correspondiente ejercicio econ6mico, de-
terminando una cantidad prudential para aquellas
jubilaciones y pensions que por haber sido reconoci-
.das en el curso del afio fiscal, no tengan asignaci6n
determinada en el presupuesto corriente. La Junta
de Gobierno conoceri del proyecto de presupuestos
en el mes de Abril de cada afio, que le proponga el
Consejo de Delegados, pudiendo proponer para el
mismo las rectificaciones que fueren procedentes, de
acuerdo con la ley, por error u om'isi6n del Consejo;
y si este no cumple oportunamente ese trimite, la


Junta de Gobierno formularA el proyecto de presu-
puestos, el cual lo enviara siempre, para su conoci-
miento y aprobaci6n, al Secretario de Agricultura,
Comercio y Trabajo.
.Sal6n de Sesiones de la CAmara de Representan-
tes, a 18 de Marzo de 1929.
(f.) Miguel A. Aguiar.

SR. PRESIDENT (GUiS INCLIN) : Se pone a dis-
cusi6n, bien entendido que en caso de ser aprobada
sustituira al articulo sexto.
Los que est6n conformes se serviran ponerse de
pie.
(La mayoria de los se4ores Representantes se po-
ne de pie).
Aprobado.
Se va a dar lectura al articulo septimo.
(El official de actas lo lee)..
SR. PRESIDENT (GuiS INCLAN): Se pone a dis-
eusi6n.
(Silencio).
A votaci6n.
Aprobado.
Se va a dar leetura a una enmienda sustitutitva
del articulo octavo.

(El official de actas lee).

Enmienda al Articulo VIII.

El Artieulo VIII del proyecto de ley que reform
la que cre6 el Retiro Ferroviario y Tranviario, que-
dara redactado asi:
ARTICULO VIII.-La Junta de Gobierno y el
Consejo de Delegados se regirAn por el Reglamento
interno que aqu6lla dicte y el cual.deberA ser apro-
bado por el Secretario de Agricultura, Comercio y
Trabajo.
El Consejo de Delegados, por acuerdo del mismo,
asi como dos miembros de dicho organismo, podran
establecer los recursos que esta ley establece, contra
cualquiera de los acuerdos de la Junta de Gobierno,
dlurante los diez dias siguientes a su adopei6n, para
ik cual dicha Junta de Gobierno, al terminar cada
sesi6n, enviari certificaci6n de sus acuerdos al Con-
sejo de Delegados, y el Presidente del'mismo los da-
ra a conocer a todos sus miembros.
Sal6n de Sesiones de la Camara de Representan-
tes, a 18 de Marzo de 1929.
(f.) Miguel A. Aguiar.

SR. PRESIDENT (GUIS INCLAN): Se pone a dis-
cusi6n, bien entendido que caso de ser aprobada
sustituira al articulo octavo.
Los que est6n conformes se serviran ponerse de
pie.






24 DIARIO DE 8E8IONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


(La. mayoria de los seiiores Representantes se po-
ne de pie).
Aprobada.
Se va a dar lectura al articulo doce.
(El official de actas lo lee).
SR. PRESIDENT (GuiAs INCLAN): Se pone a dis-
cusi6n.
(Silencio).
A votaci6n.
Aprobado.

Se va a dar lectura al articulo veinte y ocho.
(El official de actas lo lee).
SR. PRESIDENT (GUtS INCLIN): Hay presentada
una enmienda del senior Castellanos a los parrafos
segundo y cuarto.
(El oficia, de actas lee).

ENMIENDA

El parrafo segundo del articulo 28, quedarA re-
dactaqo del siguiente modo:
Ademas pedira el interesado cuantos datos crea
procedentes y ordenara las averiguaciones que esti-
me convneientes.
El pArrafo'cuarto, del articulo veinte y ocho que-
dara redactado del siguiente modo:
"El Directorio podra solicitar que haga un reco-
nocimiento el Jefe Local de Sanidad respective,
quien gratuitamente lo verificara expidiendo y en-
viando el certificado correspondiente en un trrmino
de cinco dias.
(f.) Manuel Castellanos.

SR. PRESIDENT (GUAs INCLAN): Se pone a dis-
cusi6n.
(Silencio).
A votaci6n.
Aprobada.
Hay una enmienda adicional.

(El official de actas lee).

Enmienda adicional al articulo 28.

Caso de apelaci6n la Sala de lo Civil de la Au-
diencia respective, si alli se promoviera prueba p.eri-
cial, insaculara los nombres de tres medicos para
que el reconocimiento se practique por el medico cu-
yo nombre result sacado en suerte.
(f.) M. Castellanos.

SR. PRESIDENT (GuiS INCLAN)'; Se pone a dis.
cusi6n.
(Silencio). -


A votaci6n.
Aprobado.
Se va a dar lectura a una enmienda sustitutiva al
articulo treinta y uno.
(El official de actas lee).

Enmwienda al Articulo XXXI.

El Articulo XXXI del proyecto de ley que refor-
ma la que cre6 el Retiro Ferroviario y Tranviario,
quedara redactado asi:
ARTICULO XXXI.-Las jubilaciones serAn acor-
dadas por la Junta de Gobierno, la que aeeptara o
no el acuerdo del Consejo de Delegados, al que, pa-
ra este trAmite se pasarA eada expediente, debiendo
adoptar resoluci6n en el t6rmino de diez dias hAbi-
les, previa la ponencia de uno de sus miembros. Una
vez concedidas, seran pasadas desde el dia en que el
interesado deje de percibir sueldo, journal o remune-
raci6n de la Empresa por motive de la inutilidad.
Si se refiere a empleados y obreros que continden
prestando servicios, las jubilaciones seran liquida-
das a partir desde el dia en que cesen en el,servicio
y dejen de percibir sueldo, journal o remuneraci6n
de la Empresa.
Si se tratare de empleados y obreros que hayan
dejado el servicio voluntariamente, se liquidarAn y
abonarAn las jubilaciones, despues de transcurridos
noventa dias, a partir del dia en que se anoten las
solicitudes en el "Registro de Entrada de Corres-
pondencia de la Caja General de Jubilaciones y Pen-
siones" o los documents que complete el expe-
diente.
Si se tratare de empleados y obreros declarados
cesantes y que necesiten anticipar su expediente de-
purativo y 6ste fuere resuelto favorablemente, en-
tonces la jubilaci6n se abonara a partir del dia en
que hubieren cesado en el servicio de la Empresa y
de percibir sueldo. journal o remuneraci6n de la mis-
ma.
Si la demora en la presentaci6n de la solicitud de
jubilaci6n, obedeciese a que el interesado result
sujeto a algfn process, entonees la liquidaci6n y pa-
go, en su caso, de la jubilaci6n que pueda corres-
ponderle, tendrA, como punto de partida, la fecha de
la sentencia firme.
El empleado u obrero que se consider con dere-
cho a la jubilaci6n, presentara al Presidente de la
Junta de Gobierno, un escrito expresando las cir-
cunstancias en que funda su solicitud, acompaiiando
los documents que acrediten su dereeho, y entire
esos documents, serA requisite indispensable una
certificaci6n, de todos sus servicios, que le expedird,
sin demora, la Compafiia respective; la cual remiti-
ra, simultAneamente, a la Caja General de Jubila-
ciones y Pensiones, una copia autorizada de dicha
certificaci6n.
La Junta de Gobierno, por mediaci6n de su Presi-
dente, reclamarA de la Empresa, si lo estima necesa-
rio, el expediente o expedientes del empleado u obre-
rc, asi como cuantos datos y certificaciones se re-






DIARIO DE SESIONEBS DE LA CAMARA DE REPRESIENTANTES 25


quieran para la comprobaci6n del derecho que se re
clama.
La Caja General de Jubilaciones -y Pensiones ten
drd un plazo de noventa dias hlbiles, para la tra
mitaci6n y resoluci6n de cada expediente, salvo de
mora motivada por causa extralia a dicha Institu
cion.

Si por causa injustificada no se resolviere dentrc
de ese plazo y si medicare queja ante el. Secretaric
de Justicia, 6ste, si lo cree procedente, impondrs
multa de cinco pesos, por cada dia de demora, affun-
clonario o empleado que result responsible. Esta
multa se harA efectiva descontandola del sueldo, y
formara parte del fondo de la Caja.
Cuando mediante prueba documental, consistent
en las n6minas de las respectivas Empresas, no re-
suite directamente la demostraci6n de ser cierto el
tiempo de servicio alegado por el promovente, y
siempre que, al efecto, no existiere de esos servicios
alguna prueba documental indirecta, consistent en
libros, actas, credenciales, nombramientos o cual-
quier otro medio de prueba analogo, entonces se le
aceptard al promovente la prueba testifical de no
menos de tres testigos y sujeta siempre a la exclusi-
va apreciaci6n de la Junta de Gobierno y limitdndo-
la a un tiempo que no se remote a mis de veinte
afios pasados. '
Contra la resoluci6n de la Junta de Gobierno, po-
dri el interesado apelar a la Sala de lo Civil de la
Audiencia de la Provincia, donde residiere el pro-
movente al iniciar su expediente. Paya esta apela-
ci6n, habrd un t6rmino de 15 dias habiles y se inter-
pondri con un escrito dirigido al Presidente de la
Junta de Gobierno, que, dentro de los siguientes diez
dias habiles, elevara el expediente a l1a Sala de lo
Civil. Esta, para mejor proveer, podrA acordar la
prActica de alguna actuaci6n que consider omitida,
tendiente a aclarar algfin hecho, pero excluyendo
la prueba testifical, y dictara auto de resoluci6n,
dentro de los quince dias habiles siguientes a la
practice de tales diligeneias, si las hubiere. Del au-
to de la Sala de lo Civil de la Audiencia, podran tanto
el promovente, como la Junta de Gobierno, recurrir'
ante la Sala de lo Civil del Tribunal Supremo, que
resolvera sobre todos los puntos de hecho y de dere-
cho, s61o con lo que arroje el expediente y en el t6r-
mino de treinta dias habiles.
El plazo para recurrir, al Tribunal Supremo, se-
ri de quince dias habiles, contados, para el promo-
vente, desde la fecha de la notifieaci6n y para la
Junta de Gobierno, desde la fecha en que se anote
en su "Registro de Entrada", la del expediente que
la Sala de lo Civil de la Audiencia habra de devol-
verle y que el Presidente de la Junta de Gobierno
lo elevarA entonces al Tribunal Supremo.
El President de la Junta de Gobierno interpon-
drA esos recursos directamente ante la Sala de lo
Civil del Tribunal Supremo, con un simple escrito,
en el que podrA hacer cuantas alegaciones consider
procedentes. Cuando es el promovente quien recu-
rra, para ante el Supremo, presentara un escrito an-
te la Sala de lo Civil de la Audiencia, que devolvera
el expediente a la Junta de Gobierno y 6sta lo ele-


- vara seguidamente al Tribunal Supremo, acompa-
niandolo, si lo cree procedente, con un escrito suyo
de aclaraciones. Y tambi6n la Sala de lo Civil de la
Audiencia devolverA el expediente, cuando transcu-
Srridos los quince dias habiles que tiene el promo-
Svente, no presentare alli su escrito recurriendo ante
el Tribunal Supremo.
Los emplea'dos y obreros que se encuentren traba-
jando, una vez que hayan sido notificados de la con-
cesi6n de su jubilaci6n, podran hacer uso de ella en
cnalquier tiempo, notificandolo por escrito a su jefe
inmediato, la fecha en que deseen retirarse del ser-
vicio active, que sera siempre treinta dias habiles, a
partir de la fecha de la notificaci6n.
Sal6n de Sesiones de la CAmara de Representan-
tes, a 18 de Marzo de 1929.

(f.) Miguel A. Agwiar.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Se pone a dis-
.cusi6n, bien entendido que easo de ser aprobada sus-
tituirA al articulo.
Los que est6n conformes se serviran ponerse de
pie.
(La mayoria de los seilores Representantes se po-
de pie).
Aprobado.
Se va a dar lectura a una enmienda sustitutiva al
articulo cineuenta.
(El .,wj. ,,il de actas lee).

A LA CAMARA:

El Representante que suscribe, propone a la ley
que modifica el Retiro Ferroviario y Tranviario la
siguiente:

EEnmienda sustitutiva del articulo L.

El Directo-r de la Caja formarA un Censo de Em-
pleados y Obreros comprendidos en la present ley,
de las personas a que se refiere el articulo XXXVII
de esta ley, con expresi6n de todos aquellos particu-
lares que estime necesario para la mejor aplicaci6n
de la misma, a cuyo efecto debera llevar el Directo-
rio un Registro permanent, que contenga todos los
datos reference a los empleados y obreros, y sus res-
pectivas families.
Este censo se formarA por el Directorio dentro de
los primeros seis meses de regir esta ley.
AdemAs el Direectorio elevarA anualmente al Po-
der Ejecutivo un informed annual sobre el estado de
la Caja y los nombres y direcciones de los Jubilados
y Pensionados; publicAndose ese informed, integra-
mente en la Gaceta Oficial de la Repfiblica, sin cso-
to para la Caja.
Habana, 2 de Junio de 1929.
(f.) Manuel Castellaos.

SR. PRESIDENT (GuAS INCLAN): Se pone a dis-
cusi6n.






26 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


(Silencio).
A votaci6n.
Aprobada.
Se va a dar lectura a una enmienda adicional.
(El aficial de actas lee).
Enmienda adicional c, Articulo 50.
El Estado cubano contribuira a los fondos de la Ca-
ja de Jubilaciones y Retiro Ferroviario y Tranviario
con cincuenta mil pesos anuales.
(f.) Manuel Castellanos.
SR. CASTELLANOS (MANUEL): La retiro.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLIN) Se va a dar lec-
tura a las Disposiciones Finales.
(El official de actas lee).
CAPITULO IX
Disposiciones Finales.
ARTICULO LXVI.-Las Compafiias, Soeieda-
des o Empresas comprendidas en esta ley, estarain
obligadas a comunidar mensualmente a la Junta de
Gobierno de la Instituei6n "Caja General de Jubi-
laciones y Pensiones de Empleados y Obrercs de Fe-
rrocarriles y Tranvias" las altas y bajas de emplea-
dos u obreros o contratistas pertenecientes a las
mismas y al objeto de que dicha Junta de Gobierno
disponga de las .consiguientes rectificaciones en el
Censo que habra de llevar y conservar siempre de
todas las personas a quienes aleanzan las obligacio-
nes y beneficios de la present ley.
ARTICULO LXVII.-Se derogan todas las le-
yes, decretos o disposiciones que se opongan al cum-
plimiento de esta ley.
ARTICULO LXVIII.-Esta ley comenzara a re-
gir desde su publicaci6n en la Gaceta Oficial de la
Repfiblica.
Sal6n de Sesiones de la Camara de Representan-
tes, a 18 de Marzo de 1929.
(f.) Miguel Angel Aguiar.
SR. PRESIDENT (GUAs INCLIN): Se pone a dis-
cusi6n.
(Silencio).
A votaci6n.
Aprobado.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLIN) : Se va a dar lee-
tura a una enmienda del senior Rodriguez Rami-
rez.
(El official de actas lee).
ENMIENDA
Ultima transitoria.
Enmienda para ser intercalada en las disposicio-
nes transitorias.
Las jubilaciones y pensions concedidas al ampa-
ro del articulo XXIII de la ley que se modifica, se-
rAn ajustadas a los preceptos de la present ley.
(f.) Juan Rodriguez Ramirez.


SR. TOME (MANUEL) : Pero no hay un precepto
en que rigurosamente se express que todos los aco-
gidos a la anterior legislaci6n tienen necesidad de
someterse a los preceptos que se estdn votando?
SR. RODRIGUEZ RAMiREZ (JUAN): Ahora se da un
plazo de treinta dias.
SR. Tout (MANUEL): Tal parece que va a decaer
el derecho del obrero cuando esti amparado.
SR. MACHADO (CARLOS): Yo le rogaria a! sefor
Castellanos que tanto ha contribuido en esta ley,
que en este asunto que no es fundamental acceda.
SR. CASTELLANOS (MANUEL): Yo he hecho mAs
que acceder a todo y'-sta es una solicitud de justi-
cia. Vamos a ponerle el'plazo que ustedes quieran.
SR. TOMI (MANUEL): Es que automAticamente
por un precepto aprobado quedan comprendidos.
SR. URQUIAGA (CARMELO): Vamos a leer nueva-
mente la enmienda.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLAN): Se va a dar lee-
tura nuevamente a la enmienda.
(El official de actas la lee nuevamente).
Sn. CASTELLANOS (MANUEL) : Vamos a poner seis
meses para que puedan hacer el censo.
SR. PRESIDENT (GUAS INCLIN) : Es una enmien-
da adicional a una disposici6n transitoria.
(El official de actas la lee nuevamente).
SR. PRESIDENT (GUAS INCIAN) : Se pone a dis-
cusion.
(Silencio).
A votaci6n.
Aprobado.
SR. MACHADO (CARLOS): Pido que pase directa-
mente al Senado.
SR. ZAYDiN (RAM6N): Que por la presidencia se
nombre una comisi6n especial para que perfile la ley
antes de enviarla al Senado.
SR. PRESIDENT (GUiAS INCLAN) : Quedan designa-
dos los sefiores Castellanos, Urquiaga, Tome, Garcia
Montes, Zaydin y Aguiar y en calidad de Secretario
el senior Capestany; para la revision de estilo.
SEstA conforme la CAmara
S,//, ,' afirmativa).
Aprobado.
SR. PRESIDENT (GUIS INCLIN): Se levant la
sesi6n.
(Eran las nueve p. m.)

(Texto del proyecto de ley que modifica la Ley del Re-
tiro Ferroviario, que ha sido enviado al Senado).
PROYECTO DE LEY
CAPITULO I
De la Ley y su objeto
ARTICULO I-La Instituci6n Pfiblica denomina-
da Caja General de Jubilaciones y Pensiones de em-
pleados y obreros de Ferrocarriles y Tranvias, esta-






DIARIO DE SESIONES DE LA OAMARA DE REPRESENTANTES 27


rA integrada por todas las Compafiias de Ferrocarri-
les y Tranvias establecidas en la Repfblica y que en
lo adelante se establezcan; y las demAs Compafiias,
Sociedades o Empresas de servicios pfiblicos de alum-
brado y fuerza motriz, conexas o relacionadas en cual-
quier forma con aquellas afn las organizadas des-
pu6s de la Ley de 9 de Octubre de 1923, si se com-
ponen en su totalidad o en parte de secciones de
otras Compafiias que hubieren estado comprendidas
en dicha Ley
Si despues de promulgada esta Ley, algunas de las
Compafiias comprendidas en ella, por fusion, com-
pra o cualquier forma de traspaso, pasara a ser pro-
piedad de otra constituida o que se constituyera, la
nueva entidad asi formada quedaria comprendida
en esta Ley Los empleados comprendidos por pri-
mera vez en los beneficios de esta Ley no podrhn
gozar de ellos, con excepei6n de la invalidez por ac-
cidente del servicio, sino despu6s de 'haber contribui-
do al fondo de la Caja durante diez afios
ARTICULO II-Quedan comprendidos en esta Ley
los empleados y obreros de Ferrocarriles y Tranvias
de servicio piblico establecidos actualmente en la Re-
pfiblica y los de aquellas que en lo adelante se esta-
blezcan
Tambi6n quedan comprendidos en esta Ley, los em-
pleados y obreros de las Empresas pifblicas o parti-
culares destinadas a Expresos o Transportes de car-
ga o equipaje, en conexi6n con los Ferrocarriles; y
asimismo los empleados y obreros de los buffets y co-
ches dormitories de los Ferrocarriles
Todos los empleados y obreros de cualquier orga-
nizaci6n ajena a las empresas que se determinan en
el pirrafo anterior, que por necesidades o convenien-
cias de dichas empresas lleguen a'prestar sus servi-
cios a las mismas, quedarAn incluidos en los benefi-
cios y obligaciones de esta Ley.
ARTICULO III-Para los efectos de esta Ley la
denominaci6n de empleados y obreros, comprende a
todas las personas que presten servicios en cualquier
forma, en el territorio de la Repfiblica a las Empresas
de Ferrocarriles y Tranvias; y a los que los Ipresten
asimismo a las empresas pfiblicas o particulares des-
tinadas a Expresos o transport de carga o equipaje
en conexi6n con los Ferrocarriles, y en los departa-
mentos de buffet y coaches dormitories de los mismos,
percibiendo sueldos, journal u otra forma de remune-
raci6n.
Los empleados y obreros a quienes se refiere la
present Ley, cuando sean separados de sus cargo
o empleos por las empresas a las que presten servi-
cios; no perderin los derechos a los beneficios que
hasta la fecha de la separaci6n tengan adquiridos al
amparo de esta Ley, si la separaci6n se funda en
causes que no sean las enumeradas en el articulo
XXIII.
A solicitud escrita del empleado u obrero con mas
de diez afios de servicios, que haya sido separado, por
causes .que no sean de economies o supresi6n de pla-
zas y cuya solicitud sea presentada dentro de los trein-
ta dias hibiles siguientes a la notificaci6n de haber
sido separado, se incoar6 por el Directorio expedien-
te, en el que serin oldos la Empresa y el interesado
o sus representantes En dieho expediente se opracti-
carAn cuantas diligencias y pruebas se estimen per-
tinentes, para la comprobaci6n de la causa o causas


de la separaci6n. Terminadas las pruebas, el Directo-
rio dictara resoluci6n dentro de un t6rmino que no
podra exceder de quince dias, declarando estar bien
fundamentada la separaci6n del empleado u obrero;
y en caso contrario ordenara su reposici6n a la Em-
presa que hubiese declarado la cesantia.
Cuando la causa de la separaci6n fuese la de ha-
cer economies o por supresi6n de plazas, el emplea-
do u obrero quedara en grado de excedente, con de-
recho a ocupar la primera plaza vacant igual o
analoga a la que desempefiaba.
La reposici6n del empleado u obrero se efeetuarA
dentro de un plazo de quince dias, a contar de aqu61
er. que la resoluci6n le fuese notificada a la Empre-
sa. En estos casos el empleado u obrero debera ser
indemnizado de los sueldos o jornales dejados de
percibir durante el tiempo de su separaci6n.
Contra estas resoluciones del Dircetorio tendran
las parties recursos de apelaci6n ante las Salas de lo
Civil de la Audiencia respective; y contra las que
,stas dicten, igual recurso ante la Sala de lo Civil
del Tribunal Supremo, dentro de los t6rminos y en
la forma que se dan estos recursos en los demfs ca-
sos que la present ley los autoriza.
La separaci6n de obreros y empleados, por motivo
de economies se harA por orden de rigurosa antigiie-
dad, segin escalaf6n que deberan llevar las Empre-
sas, Sociedades o Compaii'as; y su reingreso en el
servicio se hara en la misma forma, a' no ser que ten-
ga por renunciado ese derecho, lo cual se entenderA
si notificado el obrero u empleado, 6ste no compare-
ciere a tomar posesi6n dentro de los quince dias si-
guientes a la notificaci6n personal que se le haga.
Esta notificaci6n se hara en la forma que se esta-
b]ezca en el Reglamento que se dicte para la ejecu-
ci6n de esta ley.

No podra estimarse como prueba por el Directo-
rio, a los efectos de la separaci6n, la acusaei6n o de-
nuncia anonima.

CAPITULO II

Gobierno y Administracidn de la Caja.

ARTICULO IV.-La Administraci6n de la Caja
y todo otroencargo que por esta ley se le atribuye a
la instituci6n, seran confiados a un Directorio elegi-
-do por cuatro afios, formado por el Presidente, tres
representantes de las Empresas, tres representantes
de los empleados y obreros de dichas Empresas y
,dos miembros designados libremente por el'Poder
Ejecutivo, que deberan ser profesionales, o personas
especializadas, mayores de cuarenta afios y que de-
vengaran un sueldo de doscientos cincuenta pesos
mensuales, cuyos cargos durarAn tambien cuatro
anos.

El President sera CatedrAtico de la Universidad
de la Habana, designado por el Claustro de la mis-
ma. El propio Claustro designara un suplente que
reuna los mismos requisitos. La persona designada
para uno de esos cargos, no podra tener relaciones
profesionales con ninguna de las Empresas o Com-
pafiias comprendidas en esta ley.





DIARIO DE SESIONEiS DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


No podrA ser electo miembro del Directorio en re-
presentaci6n de los empleados y obreros, quien no
tenga la condici6n de empleado u obrero con mas de
cinco aios de servicios en las Compafias o Empresas
incluidas en esta ley y que se encuentre en active
servicio o jubilado. Los tres representantes de las
Compafilas o Empresas, seran designados libremen-
te por 6stas y podrAn ser o no, empleados de, las
mismas. Todos los miembros del Directorio, tanto el
President como los que represented a los emplea-
dos u obreros, Empresas 6 Compafiias, sin excepci6n,
deberAn ser ciudadanos cubanos. Todos los miem-
bros y empleados del Directorio se consideraran in-
cluidos en las disposiciones de la present ley a los
efectos de las jubilaciones, pensions y pagos de cuo-
tas. Los miembros del Directorio que para ocupar
esos cargos abandonen algfin empleo en las Compa-
fiias o Empresas a las que se refiere esta ley, serin
repuestos en estos iltimos, si el tiempo durante el,
cual dejaren de servirlos, por aquella causa, no ex-
ceda de cinco afios.
ART.ICULO V,-El Directorio hari la plantilla
del personal en la forma que estime convenient, y
formularA el presupuesto de gastos de la oficina, pa-
ra. cada ano fiscal; pero sus gastos por todos concep-
tos, no podrln exceder de la cantidad actualmente
fijada para esos fines en el presupuesto vigente a
la promulgaci6n de esta ley.

*La Caja de Ahorros y Prestamos confeccionarA
su presupuesto de gastos para cada afio fiscal, de
acuerdo con lo que establezca el Reglamento que se
dicte por el Poder Ejecutivo.
ARTICULO VI.-E1 Presidente decidirA con su
voto, en caso de empate en las deliberaciones del Di-
rectorio; sera el ejecutor .de las resoluciones del mis-
mo y su .representante legal y de la Caja de Jubila-
ciones. Los empleados de ella son inamovibles; esta-
rAn bajo las exclusivas 6rdenes del Presidente; perq
el nombramiento y remoci6n de los mismos, previo
expediente, con cargos y defense, corresponderA al
Directorio. En el personal que se nombre se dara
preferencia, en igualdad de aptitudes, al tiempo de
cubrir los cargos, a los que hayan sido empleado.,
con buenos antecedentes en las Empresas a que se
refiere esta ley y a los jubilados; pero estqs iltimos,
no percibirAn mAs que el sueldo correspondiente al
cargo que sirvan.

Corresponde al Directorio, como organismo supe-
rior, la instrucci6n y resoluei6n de todos los expe-
dientes, aprobaci6n de los presupuestos, nombra-
miento y remoci6n del personal y cuantas mis fa-
cultades sean inherentes a la actuaci6n necesaria
para que esta instituci6n cumpla sus funciones.
El Directorio se reunirA a lo menos una vez por
semana, en las oportunidades que fije el Presidente,
sin necesidad de citaci6n, y ademas cuando 6ste lo
convoque o lo solicit alguno de sus miembros, y se-
ran sus funciones aqu6llas que esta ley le atribuye.
Expresamente correspond al Directorio por medio
de sus miembros, evacuar las ponencias en todos y
cada uno de los expedientes, de cualquier clase que
sean que se tramitaren, las cuales una vez evacuadas
serin resueltas por el Directorio.


El Directorio formulary cada afio el Proyecto de
Presupuestos de Ingresos y Egresos de la Caja Ge-
neral de Jubilaciones y Pensiones, fijando el mon-
to de las jubilaciones y pensions que deban ser sa-
tisfechas durante el correspondiente ejercicio eco-
n6mico, determinando una cantidad prudential pa-
ra aquellas jubilaciones y pensions que por haber
sido reconocidas en el curso del afio fiscal, no ten-
gan asignaci6n determinada en el presupuesto co-
rriente, el cual lo enviarA siempre, para su conoci-
miento y aprobaci6n, al Secretario de Agricultura,
Comercio y Trabajo.
ARTICULO VII.-En caso de ausencia, enfer-
medad o imposibilidad, justificada debidamente, el
President sera sustituido de acuerdo con el articu-
lo IV.
ARTICULO VIII,-El Directorio se regirA por
cl Reglamento interno que dictare y el cual debera
ser aprobado por el Secretario de Agricultura, Co-
mereio y Trabajo.

CAPITULO III

Del fondo de la Caja.

ARTICULO IX.-El fondo de la Caja se forma-
ra con las siguientes asignaciones:
(a) Con el imported del descuento forzoso, del
tres por ciento de los sueldos y jornales o cualquie-
ra otra forma de remuneraci6n de los empleados y
obreros que presten sus servicios dentro del territo-
rio de la Repiblica, definidos en el articulo III de
esta ley. Este descuento del tres por ciento, podrA
ser elevado por el Directorio, gradualmente o de
una vez hasta el cinco por ciento cuando sean insu-
lfcientes en cualquier tiempo los ingresos mensuales
para cubrir los egresos de cada mes por todos con-
ceptos.
De igual manera se podra, por el Directorio en to-
do tiempo,, reducir este tipo de contribuci6n hasta el
tres por ciento cuando se compruebe su suficiencia
para obtener el equilibrio entire los ingresos y los
egresos mensuales. El aumento o rebaja de dicho ti-.
po no podrA hacerse efectiva sino despues de trans-
currir treinta dias de publicado en la Gaceta Oficial
-1 aeuerdo respective.
(b) Con el ingreso del primer mes de sueldo o
journal, pagadero en treinta y seis mensualidades
consecutivas, de los empleados y obreros, que por
primera vez entren al servicio de las Compaiias, y
con igual descuento y en igual forma, a todos los
empleados y obreros comprendidos en esta ley, a los
que no se les hubiere hecho ese descuento, tomAndose
como tipo de sueldos o jornales, los que tenian asig-
nados en Octubre de 1923. Si durante ese lapso de
tiempo, el empleado u obrero ocupara un puesto me-
nos retribuido, s61o se descontara la parte propor-
cionar correspondiente al nuevo sueldo hasta com-
pletar el sueldo que ganaba en Octubre de 1923.
(c) Con la diferencia de sueldo correspondiente
al primer mes, deducido de una sola vez, cuando el
empleado u obrero pase en cualquier concept a oeu-
par un puesto mejor retribuido o perciba un aumen-


28






DIARIO DE 8E810NES DE LA OAMARA DE REPRESENTANTES 29


to de sueldo, siempre que el aumento dure por lo me-
nos tres mess; pero el descuento se le hard desde el
primer mes, sin perjuicio de que, si no transcurren
los tres meses, se le devuelva la cantidad descontada.
(d) Con la contribuci6n mensual de las Empre-
sas o Compafiias, equivalentes al uno y medio por
ciento del imported total de los sueldos y jornales de
todos los empleados y obreros y del personal en los
trabajos a destajo, por tarea o por pieza, o por con-
tratos de cualquier case. Esta contribuci6n se eleva-
SrA y reducirA, en todo tiempo en igual proporci6n y
simultineamente a la del tres por ciento expresada
en el apartado (a) de este articulo, sin que pueda
ser inferior al uno y medio por ciento, ni superior
al dos por ciento; pero se conservard el minimo,,
cuando se mantenga en ese limited la contribuci6n
del apartado (a).

(e) Con el imported liquid de las ventas de los
articulos abandonados y no reclamados en los Fe-
rrocarriles y Trahnvias, dentro de un plazo de un
fiao, los cuales se subastarin en la misma empresa
del ferrocarril, ante un tribunal compuesto de dos
jefes designados por la Empresa y una persona de-'
signada por el Directorio; para la venta de articulos
de f6cil descomposici6n, se seguira igual procedi-
miento, abreviandose los t6rminos, segun se conside-
re necesario para las Empresas; con todo cobro in-
debido hecho *por las Compafiias o sus empleados
que no sera devuelto sino por reclamaci6n escrita y
dentro de dos afios; incluyendo las fianzas a consu-
midores para garantizar fletes; con los sueldos y,
eantidades de reclamaciones abandonadas en las di-
ferentes Compafiias comprendidas en esta ley; y con
las cantidades de jubilaciones y pensions no recla-
madas, las que seran ingresadas despu6s de su pres-
cripci6n. El termino de prescripci6n sera de dos
anos.
(f) Con las multas impuestas con arreglo. a es-
ta ley.
(g) Con los intereses y beneficios de las inver-
siones hechas con los fondos acumulados.

(h) Con las donaciones y legados que se hicie-
ren a la Caja y. cuaiquier otra trasmisi6n de bienes
a titulo gratuito.
(i) Con el descuento forzoso de un diez por cien-
to de todas las jubilaciones y pensions que se pa-
guen.

(j) Con los sueldos o jornales no reclamados
por los empleados y obreros por cualquier causa y
dentro del plazo de dos arios, contados a partir del
filtimo-mes en que se devengue.
(k) Con el descuento del ochenta y cinco por
clento sobre el exceso de doscientos pesos, a los que
perciban mis de 6sta filtima cantidad como jubila-
ci6n o pension, al promulgarse esta ley.
(1) Con el deseuento de un veinte por ciento so-
bre toda jubilaei6n que se pague en el extranjero,
ademAs de los descuentos que a dichas jubilaciones y
pensions les fija esta ley.
(11) Con el quince por eiento de las jubilaciones
ordinarias concedidas antes de la promulgaci6n de


esta ley, sin perjuicio del descuento a que se refiere
el apartado letra (i); pero sin que en ninguin caso,
acuellas jubilaciones puedan ser reducidas a una
cantidad menor de la que alcanzarian, de acuerdo
con los preceptos de esta ley.

(m) Con las cantidades que libremente aporte el
Estado, acordadas por las correspondientes leyes, en
las medidas de sus fuerzas econ6micas.

ARTICULO X.-Las Empresas y Compafias
comprendidas en esta ley, cuyo personal est6 inclui-
do en sus beneficios, estan obligadas a practicar los
descuentos a que se refieren los incisos A; B y C, del
articulo anterior y cuantos mas le ordenare y comu-
nicare el Directorio en los sueidos, jornales, contra-
tos, etc., del personal de su dependencia y a remitir
su imported a la Tesoreria General de la Repiblica
por conduct' de la Zona Fiscal respective, dentro de
los siguientes treinta dias del mes vencido; y dentro
del mismo plazo remitiran los products provenien-
tes de las demas operaciones a que estan obligadas
por las disposiciones de esta ley. La Tesoreria Gene-
ral de la Repfiblica constituira un fondo especial con
el product de todos los ingresos a que se refiere es-
ta ley, el cual estarh exclusivamente a la disposici6n
de la Caja General de Jubilaciones y Pensiones y
por ningun motivo podra aplicarse a fines dirtintos
de los que expresamente les da esta ley.

ARTICULO XI.-Los fondos y las rentas que se
obtengan por esta ley, serAn de la propiedad colecti-
va, de las personas comprendidas en sus beneficios
y el Directorio atenderi con ellos, al pago de las ju-
bilaciones y pensions que se acuerden y gastos e
inversiones que esta ley autoriza., En ningfin caso
podra disponerse de dichos fondos para otros fines,.
bajo responsabilidad personal de los miembros del
'Directorio que se hard efectiva judicialmente.

ARTICULO XII.-Los fondos de la Caja, des-
contadas las sumas indispensables para el pago de
jubilaciones y pensions y demas atenciones corrien-
tes, podran ser invertidos, previa resoluci6n razona-
da del Directorio, en cada caso y con la aprobaci6n
del Secretario de Agricultura, Comercio y Trabajo,
en la adquisiei6n de Bonos de la Repfiblica de Cuba,
de su Deuda Exterior, adquiridos y pagados al pre-
cio de cotizaci6n, mediante el procedimiento mas be-
neficioso para la Caja General de Jubilaciones y
Pensiones.

En caso de necesidad, previo acuerdo razonado
del Directorio, aprobado por el Secretario de Agri-
cultura, Comercio y Trabajo, seran vendidos los Bo-
nos al tipo de cotizaci6n del mercado el dia de la
venta.

Cuando el Directorio lo acuerde y el Presidente
de la Repiblica lo apruebe, se podra dedicar una
decima parte de los fondos sobrantes a inversiones
de carActer social, que positivamente acrecienten los
condos de la Caja.

ARTICULO XIII.-Los fondos, valores y bienes
que se .adquieran por consecuencia de esta ley son
inembargables.







30 DIARIO DE SESIONES DE DA CAMERA DE REPRESENTANTES


CAPITULO IV

De las jubilaciones.

ARTICULO XIV.-Los empleados y obreros a
que se refiere el articulo II, que hayan contribuido
al fondo de la Caja con los descuentos establecidos
en el articulo IX, disfrutarAn de la jubilaci6n que
les corresponda, segfn las clases que fija esta ley y
no excederAn en ningfii caso de doscientos pesos
mensuales.
El tiempo de servicios se computarA, a los efectos
.de esta ley, tomando el que los empleados y obreros
hayan prestado en el territorio national, en las Com-
pafiias y Empresas a las que la misma se refiere, asi
como tambien en aqullas de las que las mismas sean
sucesoras, bien por compra de sus propiedades, en
cualquier forma o manera, bien por fusi6n o por
otros medios de trasmisi6n, contindoles el tiempo de
servicios a partir de la fecha de la compra, fusion u
otra forma de trasmisi6n.
Al liquidar el tiempo de servicios a los funciona-
rios, empleados y obreros de los ferrocarriles de to-
das classes, ya sean de vapor, ya tranvias elhetricos, a
que se contrae esta ley, se les contarA el tiempo que
hayan;prestado de servicios al Estado, la Provincia
o al Municipio, en cargo de carActer elective, a par-
tir de la constituci6n de la Repiblica, siempre que
contribuyan en la Caja de Jubilaciones con las can-
tidades que les correspondan por el tiempo que ha-
yan servido el cargo elective, estando en vigor la
present ley; y en cuanto al cargo de Concejal, s61o
desde la fecha en que el mismo fu6 retribuido.
ARTICULO XV.-La jubilaci6n se elasificarA de
la forma siguiente: voluntaria, ordinaria e inutili-
dad.
ARTICULO XVI.-Corresponde la jubilaci6n vo-
luntaria al empleado u obrero que tenga sesenta
afios de edad y mds de diez afios de servicios efec-
tivos, pero menos que los requeridos para obtener la
jubilaci6n ordinaria.
Esta jubilaci6n se caleularh a raz6n del dos por
ciento por cada afio de servicios efectivos, del pro-
medio del sueldo, journal o. remuneraci6n, obtenido y
calculado en' la forma que determine el articulo
XVII de la ley.
ARTICULO XVII.-E1 monto de la jubilaci6n
ordinaria se calculara sobre el promedio mensual de
sueldos y jornales percibidos por los empleados y
obreros, durante un afio de trabajo, efectivo, que em-
pezarA a contarse retrospectivamente, desde la feeha
en que dejen de percibir el mayor sueldo o journal
de las Empresas y devengados en tiempo ordinario
de servicios, despu6s de la promulgaci6n de la ley de
24 de Noviembre de 1921. Estos sueldos y jo:rnales,
se tomarAn exclusivamente de las n6minas existentes
en las Empresas respectivas y dicha jubilaci6n ordi-
,naria se aplicarh eon sujeci6n a la siguiente escala.
,Primero.-Promedio mensual de sueldo o journal
hasta cien pesos, el sesenta y cinco por ciento.
Segundo.-Promedio mensual de sueldo o journal
mayor de eien pesos, el sesenta y cinco por ciento de
los primeros cien pesos, y el sesenta por ciento de la


diferencia entire cien pesos y el resto del promedio
mensual, siempre con el limited mAximo de doscientos
pesos sefialados por el monto total de la jubilaci6n.
ARTICULO XVIII.-Corresponde la jubilaci6n
ordinaria al empleado u obrero que justifique con
documents suficientes a juicio del Directorio haber
prestado veinte y cinco ailos de servicios efectivos y
tenga cincuenta y cinco afnos de edad; treinta ainos de
servicios efectivos y cincuenta afios de edad; o treinta
y cinco afios de servicios efectivos con cualquier edad.
No se computaran los afios de servicios anteriores a
la fecha de la constituci6n de la Repfblica.
ARTICULO XIX.-El monto de la jubilaci6n
por inutildad se calculard sobre el promedio mensual
de sueldos o jornales percibidos por los empleados y
obreros durante dos afioa de trabajos efectivos, que
empezarin a contarse retrospectivamente, desde la
fecha en que dejen de percibir el mayor sueldo o
journal que hayan alcanzado en las Empresas y de-
vengados en tiempo ordinario de servicios, despues
de la promulgaci6n de la ley de 24 de Noviembre de
1921. Estos sueldos o jornales se tomaran exclusiva-
mente de las n6minas existentes en las Empresas res-
pectivas y dicha jubilaci6n por inutilidad se aplica-
ra con sujeci6n a la siguiente escala:

A la jubilaci6n por incapacidad permanent total,
correspondera el sesenta por ciento del sueldo pro-
medio.
A la jubilaci6n por incapacidad permanent par-
cial, corresponderd el cuarenta por ciento del sueldo
promedio.
ARTICULO XX.-Corresponde la jubilaci6n por
inutilidad con arreglo a la anterior escala:
Al empleado y obrero que, cualquiera que fuese el
tiempo de servicios prestados, se inutilice en sentido
total o parcial y de manera permanent con motive
u ocasi6n del servicio o a consecuencia de enfermedad
professional que refina los siguientes requisites:

a) Que sea debido al trabajo de la victim en la
profesi6n que desempefiaba.
b) Que sean declarados de efectos exclusivos de
la' clase de trabajo. que realize la victim ; y
c) Que el obrero haya sufrido esa enfermedad
antes de entrar en la ocupaci6n que ha tenido que
abandonar.
Al empleado u obrero que despues de diez afios de
servicios efectivos fuese-declarada fisica o mental-
mente inftil, de manera total o parcial, para conti-
nuar en el ejereicio de su empleo.
Se entendera por inutilidad permanent total a los
electos de este articulo:
Haber perdido definitivamente la vista en ambos
ojos; las dos manos o los pies. Padecer alguna en-
fermedad incurable que impida realizar toda clase de
trabajos.
SSe entenderA por inutilidad parcial a los efectos
de este articulo:
Haber perdido definitivamente la vista en un ojo,
o tener inutilizada una mano o un pie.





DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 31


Padecer alguna enfermedad incurable que le im-
pida realizar el trabajo que vinieren prestando en
Compafiias de Ferrocarriles, Tranvias o sus anexas,
sin producer inutilidad para eualquier otra clase de
trabajos.
ARTICULO XXI.-Los jubilados por inutilidad
permanent total perderdn definitivamente todo de-
recho a la jubilaci6n que vinieren cobrando, si se
comprueba que aplican su actividad a cualquier otro
trabajo.
El jubilado por invalidez que haya perdido los dos
pies, podra prestar sus servicios de nuevo en otro
empleo. En este caso percibirA iinicamente la frac-
ci6n de jubilaci6n que acuerde el Directorio y que se-
ra proporcional a la diferencia que hubiere entire e?
sueido del nuevo empleo y el que disfrutaba duran-
te su plena capacidad. Cuando cesare en el nuevo
empleo, podrd disfrutar de la primitive jubilaci6n.
Estos jubilados comunicaran a la Caja de Jubilacio-
nes y Pensiones la fecha en que comenzaren a reali-
zar algun trabajo y asimismo la fecha en que cesa-
ren en 61.
Cuando se gestione una jubilaci6n por inutilidad,
despu6s de haber dejado de pertenecer a las Empre-
sas comprendidas en esta ley, no se concederA la ju-
bilaci6n, si no comprueba que la inutilidad se origi-
n6 cuando el empleado u obrero formaba parte del
personal de dichas Empresas, y si la solicitud no se
presentare dentro de los seis meses a partir de la fe-
cha en que se deje de percibir el sueldo, journal o cual-
quier forma de remuneraci6n de la Empresa respec-
tiva, incluso las dietas de la Compafia de Acciden-
tes del Trabajo.
ARTICULO XXII.-En el caso de accident a un
empleado u obrero a virtud del cual tenga derecho a
ser indemnizado o pensionado, de acuerdo con la le-
gislaci6n de accidents del trabajo, la Caja General
de Jubilaciones y Pensiones, s61o le abonara la dife-
rencia que result a su favor entire la indemnizaci6n
o pension que realmente perciba extrafia a esta ley y
la cantidad que tuviese derecho a percibir por la ju-
bilaci6n que esta ley le concede.
ARTICULO XXIII.-Los empleados u obreros
que tuvieren menos de diez aiios de servieios efecti-
vos y que fueren declarados cesantes, por no reque-
rirse sus servicios, por razones de economics, o que
cesen'por cualquier causa distinta a las que se refie-
re el articulo XXXII, formaran el cuerpo de em-
pleados y obreros excedentes; y si reingresaren en el
servicio, tendrAn derecho, a los efectos de esta ley, a
que se les computer los servicios prestados con ante-
rioridad a la declaraci6n de excedencia, sin que du-
rante 6sta, tengan que contribuir al fondo de la Ca-
ja. Los empleados y obreros que tuviesen m6s de diez
afios de servicios efectivos, si fuesen declarados ce-
santes por las razones antes expuestas, o cesaren en
sus cargos por causes ajenas a su voluntad y tambi6n
en las condiciones antes expresadas, si quedaren sin
trabajo alguno, tendran derecho a una jubilaci6n
equivalent al tres por ciento por cada afio de servi-
cio efectivo del promedio de sueldo, journal o remu-
neraci6n que disfrutaren, obtenido y calculado en la
misma forma que indica el articulo XVII de esta ley;
pero dieha jubilaci6n no podra exceder del monto de
la jubilaci6n ordinaria. Si reingresare al servicio de


las Compafiias comprendidas en esta ley, cesaran de-
finitivamente en el goce de la jubilaci6n, percibien-
do solamente el sueldo asignado al nuevo empleo y
continuando como todos los demas empleados y obre-
ros, a los efectos de esta ley.
La jubilaci6n de esta clase que hubieren obtenido
en cualquier tiempo los empleados y obreros, queda-
ra en suspense y por consiguiente no podran cobrar
]a que venian disfrutando, si en cualquier moment
se comprueba que aplican su actividad a otro traba-
jo o empleo.
Esta suspension se extenders por todo el tiempo
en que dichos empleados u obreros ejerciten sus acti-
vidades en la forma anteriormente explicada. A ese
efecto, prestarin juramento de comunicar por escri-
to a la Caja de Jubilaciones y Pensiones, que han
emprendido cualquier clase de trabajo. No obstante
lo anterior, la Caja de Jubilaciones y Pensiones ha-
ri cuantas investigaciones estime convenientes sobre
el particular, utilizando los expedientes y recursos
correspondientes.
ARTICULO XXIV.-Cualquiera que sea la cuan-
tia o journal que devengue el empleado u obrero, no
babra de tributar mAs que con los descuentos sefa-
lados en los incisos a, b, y c, del articulo IX de esta
ley, ni tendra derecho a jubilaci6n mayor de doscien-
tos pesos.
ARTICULO XXV.-A los efectos de las jubila-
ciones, s6lo se tomaran en cuenta los servicios efee-
tivos, aunque fuesen discontinuos, durante el nfme-
rc de afios requeridos; pero sera requisite indispen-
sable a los empleados y obreros que reingresen en las
Empresas, despu6s de la promulgaci6n de cualquie-
ra de las leyes de retire ferroviario y tranviario que
ban estado vigente y sin haber contribuido antes al
fondo de la Caja General de Jubilaciones y Pensio-
nes, hacerlo por los diversos concepts durante un pe-
riodo no menor de diez aoies, con excepci6n del caso
de la jubilaci6n por invalidez.
Doscientos cincuenta dias de trabajo harAn un afio
para el c6mputo de los servicios a todos los emplea-
dos y obreros. Al personal que preste servicios eor
horas se le computara un dia de servicio por eada
oeho horas de trabajo; pero en ningfn caso se com-
putaran mis de oeho horas de trabajo por dia de tra-
bajo efectivo, ni mAs de doscientos cincuenta dias
por un afio de trabajo efectivo, en cada dia o afio
natural.
ARTICULO XXVI.-No se acumularan dos o
mas jubilaciones o pensions de las que concede esta
ley, en la misma persona. Al interesado le corres-
ponde optar por la que le convenga; y hecha la op-
ci6n quedara extinguido el derecho a las otras.
ARTICULO XXVII.-Las jubilaciones por inu-
tilidad se acordarin con caracter provisional y po-
drAn ser revisadas una o varias veces, mediante el
oportuno expediente, en todo tiempo.
ARTICULO XXVIII.-No se podran acordar
jubilaciones por inutilidad sin previo examen e in-
forme por escrito de uno o mas m6dicos designados
per el Directorio de la Caja General, a su costa, los
que realizaran el examen del interesado sin cobrarle
honorarios. Ademis pedira al interesado cuantos da-







DIARIO DE SESIONEIS DE LA CAMERA DE REPREISENTANTES


tos crea procedentes, y ordenard las averiguaciones
que estime convenientes. El promovente de una ju-
bilaci6n por inutilidad no acompailarA ningfin certi-
ficado facultativo referente a la enfermedad que pa-
dece, sino cuando se le pidiera y se limitarA a expo-
ner en su solicitud el motivo en que la funda. El
Directorio po'dra solicitar que haga un reconocimien-
to el Jefe Local de Sanidad respective, quien gratui-
tamente lo verificarA expidiendo y enviando el cer-
tificado correspondiente en un termino de cineo
dias.
Caso de apelaci6n la Sala de lo Civil de la Au-
diencia respective, si alli se promoviera prueba peri-
cial, insaculara los nombres de tres medicos para que
el reconocimiento se practique. por el medico cuyo
nombre result sacado en suerte:
ARTICULO XXIX.-Los que hayan obtenido la
jubilaci6n ordinaria o voluntaria, podrAn volver al
servicio. En este caso, el jubilado cesara en el goee
de la jubilaci6n y percibirA solamente el sueldo asig-
nado al nuevo empleo. Al cesar en este por cual-
quier causa volverd al goce de su anterior jubilaci6n,
sin que pueda recurrir para que le sea aumentada,
exceptuando si hubiere llevado cinco afios de servi-
cios efectivos en el nuevo empleo. En todo caso se le
exigiran las cuotas establecidas en el articulo IX,
con relaci6n al nuevo empleo.
ARTICULO XXX.-Los jubilados por, inutilidad
parcial podrAn prestar servicios en las Empresas o
Compafiias ferroviarias o' tranviarias; pero no ten-
drdn derecho a percibir la jubilacion mientras tanto
desempefien esos cargos, y contribuiran al fondo de
la Caja General de Jubilaciones y Pensiones, con to-
dos los descuentos que sefiala esta ley, para los em-
pleados y obreros en active servicio. Los afios nueva-
uniente trabajados seran tomados en consideration,
para computarlos con los acreditados anteriormente,
a los efectos de la jubilaci6n que pueda correspon-
derles.
ARTICULO XXXI.--Las jubilaciones serin
acordadas por el Direetorio. Una vez concedidas se-
rAn pagadas desde el dia'en que el .interesado deje
de percibir sueldo, journal o remuneraci6n de la Em-
presa por motive de la inutilidad.
Si se refiere a empleados y obreros que continien
prestando servicios, las jubilaciones seran liquidadas
a partir desde el dia en que cesen en el servicio y de-
jen de percibir sueldo, journal o remuneraci6n de la
Empresa.
Si se tratare de empleados y obreros que hayan de-
ja.do el servicio voluntariamente, se liquidaran y
abonaran las jubilaciones, despuBs de transcurridos
noventa dias, a partir del dia en que se anoten las so-
licitudes en el Registro de Entrada de corresponden-
cia de la Caja General de Jubilaciones y Pensiones o
los documents que complete el expediente.
Si se tratare de empleados y obreros depurados,
cesantes y que necesiten anticipar su expediente de-
purativo y Aste fuere resuelto favorablemente, en-
tonces la jubilaci6n se abonarA a partir del dia en
que hubieren cesado en el servicio de la Empresa y
de percibir sueldo, journal o remuneraci6n. de la
misma.


.Si la demora en la presentaci6n de la solicitud de
jubilaci6n obedeciese a que el interesado result su-
jeto a algfin process, entonces la liquidaci6n y pago,
en su caso, de la jubilaci6n que pueda corresponder-
-le. tendrA como punto de partida, la fecha de la sen-
tencia firme.

El empleado u obiero que se consider con dere-
echo a la jubilaci6n, presentarA al Presidente del Di-
rectorio, un escrito expresando las circunstancias en
que funda su solicitud, acompaiiando los documen-
tos que acrediten su derecho; y entire esos documen-
tos, serA requisite indispensable una certificaci6n de
todos sus servicios, que le expedirA, sin demora, la
Compaiia respective, la cual remitirA simultAnea-
mente a la Caja General de Jubilaciones y Pensiones
una copia autorizada de dicha certificaci6n.
El Directorio por mediaci6n de su Presidente, re-
clamara de la Empresa, si lo estima necesario, el ex-
pediente o expedientes del empleado u obrero, asi co-
mo cuantos datos y certificaciones se requieran para
la comprobaci6n del derecho que se reclama.
La Caja General de Jubilaciones y Pensiones ten-
dra un plazo de noventa dias hAbiles, para la trami-
taci6n y resoluci6n de cada expediente, salvo demo-
ra motivada por causa extrafia a dicha instituci6n.
Si por causa injustificada no se resolviere dentro
de eye plazo y si medicare queja ante el Secretario de
Justicia, este si lo cree procedente, impondrA multa
de cinco pesos por cada dia de demora al funciona-
rio o empleado que result responsible. Esta multa
se harA efectiva descontandola del sueldo, y forma-
ri parte del fondo de la Caja.
Cuando mediante prueba documental consistent
en las n6minas de las respectivas Empresas, no re-
suite directamente la demostraci6n de ser cierto el
tiempo de servicios alegado por el promovente;
\ siempre que, al efecto, no existiera de esos
servieios alguna prueba documental indirecta, con-
sistente en libros, actas, credenciales, nombramientos
o cualquier otro medio de prueba anAlogo, entonces
se le aceptark al promovente la prueba testifical de
no menos de tres testigos y sujeta siempre a la ex-
clusiva apreciaci6n del Directorio v lintitAndola a
un tiempo que no se remote a mas de veinte aiios.
Contra la resoluci6n del Directorio, podra el inte-
resado apelar a la Sala de lo Civil de la Audiencia
de la Provincia, donde residiere el promovente al ini-
ciar su expediente. Para esta apelaci6n habrA un
termino de quince dias habiles y se interpondra con
un escrito dirigido al Presidente del Directorio, quien
dentro de los siguientes diez dias hfbiles elevara el
expediente a la Sala de lo Civil. Esta para mejor
proveer, podra acordar la prActica de alguna actua-
ci6n que consider omitida, tendente a aclarar algfin
becho, pero excluyendo la prueba testifical, y dicta-
r: auto de resoluci6n dentro de los quince dias hi-
I;iles siguientes a la prActica de tales diligencias si
las hubiere. Del auto de la Sala de lo Civil de la Au-
diencia, podri tanto el promovente, como el Directo-
rio, recurrir ante la Sala de lo Civil del Tribunal Sn-
premo, que resolverA sobre todos los puntos de he-
cho y de derecho, s61o con lo que arroje el expedien-
te v en el termino de treinta dias hAbiles.


- 32







DIARIO DE SESIONES DE DA AMARA DE REPRESENTANTES 33
rr"-~~~=-----I II gl III"~-~"I~c


El plazo p.ara recurrir al Tribunal Supremo sera
de quince dias habiles, contados para el promoven-
to, desde la fecha de la notificaci6n y para el Direc-
torio desde la fecha en que se anote en su registro
de entrada la del expediente que la Sala de lo Civil
de la Audiencia habrd de devolver y que el Presiden-
te del Directorio elevara entonces al Tribunal Su-
premo.
El President del Directorio interpondra esos re-
cursos directamente ante la.Sala de lo Civil del Tri-
bunal Supremo, con un simple escrito, en el que po-
Sdra hacer cuantas alegaciones consider procedentes.
Cuando sea el promovente quien recurra para ante
el Supremo presentara un escrito ante la Sala de lo
Civil de la Audiencia, que devolverA el expediente al
Directorio, y este lo elevara seguidamente al Tribu-
nal Supremo acompafiAndolo, si lo cree procedente,
con un escrito suyo de aclaraciones. Tambi6n la Sa-
la de lo Civil de la Audiencia devolvera el expedien-
te, cuando transcurridos los quince dias hibiles que
tiene el promovente, no presentare alli su escrito re-
curriendo ante el Tribunal Supremo.
Los empleados y obreros que se encuentren traba-
jando, una vez que hayan sido notificados de la con-
cesi6n de su jubilaci6n, podran haeer uso de ella en,
cualquier tiempo, notificandolo por escrito a su Jefe
inmediato, la feeha en que deseen retirarse del ser-
vicio active, que sera siempre treinta dias hAbiles, a
partir de la fecha de la notificaci6n.
ARTICULO XXXII.-Los empleados y obreros
que teniendo mAs de diez afios de servicios, fuesen
destituidos de sus cargos, por mal cumplimiento de
los mismos, comprobado ante el Directorio, o por al-
coholismo cr6nico, o por haber sido condenados por
sentencia a virtud de delito grave, no serAn jubila-
dos sin que puedan tomarse en consideraci6n a los
efectos de este articulo, hechos acaecidos con anterio-
ridad a la promulgaci6n de la ley de 24 de Noviem-
bre de 1921.
Cuando los motives de una destituci6n se com-
prueben ante el Directorio, por medio de expediente
con audiencia y prActica de la prueba que propusie-
re el interesado, la resoluci6n podrA ser apelada an-
te la Audiencia, tramitandose este recurso, por las
mismas reglas prefijadas en el precedent articulo
XXXI.
Cuando la destituci6n obedeciere a las causes de
alcoholism cr6nico o condena por delito grave, los
familiares a que se refiere el articulo XXXVII, dis-
frutarAn -de la pension a que tuviere derecho el em-
pleado u obrero destituido, en la proporei6n y cuan-
tia que dispone esta ley. Pero en el caso de que el
empleiado u obrero destituido por alcoholism cr6-
nico o delito grave que tuviere mAs de diez afios de
servicios no hubiere alcanzado dereeho al retire, se
le devolverA a los familiares antes meneionados el
imported con que hubiere contribuido a la Caja.
ARTICULO XXXIII.-El indulto no hara rena-
cer los derechos perdidos' como consecuencia de lo
dispuesto en esta ley.
ARTICULO XXXIV.-La acci6n para pedir la
jabilaci6n, prescribe en el t6rmino de diez y oecho me-
ses, contados desde el dia siguiente a aquel en que


haya dejado de prestar servicio efectivo el empleado
u obrero.
Cuando se promoviere un expediente y por inae-
ci6n del reclamante no pudiese resolverse en un t6r-
mino de seis meses, a partir de su tramitaci6n, se
acordara archivarlo definitivamente y caso de nue-
va reelamaci6n, esta se tramitara sin relaci6n en na-
da al expediente anterior.
ARTICULO XXXV.-La jubilaci6n es vitalicia,
salvo que el derecho a percibirla se pierda por las
causes expresadas en esta ley.
Si el jubilado o pensionado, se domicilia en el ex-
tranjero, deberA notificarlo por escrito a la Caja Ge-
neral de Jubilaciones y Pensiones, y tanto en este
caso, como si reside en Cuba y cobra mediante un
apoderado o tutor, no se hard el pago sin la previa
presentaci6n de la fe de vida correspondiente al ju-
bilado o pensionado.
Los jubilados y pensionados que residan y cobren
fuera de la Habana, tendrAn que enviar a la Caja
General de Jubilaciones y Pensiones cada afio su
fe de vida.
Las viudas enviaran su fe de viudedad y las sol-
teras mayor de doce afios, su fe de solteria, por me-
dio de una declaraci6n jurada prestada ante el Juez
Municipal de su residencia o Notario Pfblico.
El jubilado o pensionado, bien sea national o ex-
tranjero, que resida fuera del territorio de la Repfi-
blica, mas de un afio consecutivamente, sufrira mien-
tras dure su ausencia de un descuento del cincuenta
por ciento en el imported de su jubilaci6n o pension,
que quedara a beneficio de la Caja. Para hacer este
descuento se computara el del veinte por ciento es-
tablecido en el inciso (L) del articulo IX de esta
ley.
Si la ausencia en el extranjero se prolongare por
espacio mayor de dos afios, se le suspenders el pago
de la jubilaci6n. No obstante readquiirir todos sus
derechos .cuando vuelva a domiciliarse en el territo-
rio national.
Se excluyen de este descuento la jubilaci6n ordi-
naria, en el finico caso de que el jubilado hubiese
contribuido a la Caja durante todo el tiempo estable-
cido en el articulo XXVIII de esta ley, con el tanto
por ciento correspondiente.
iSe exime asimismo del descuento establecido en
los parrafos anteriores al jubilado o pensionado que
residiere en el extranjero por nombramiento o comi-
si6n del Gobierno cubano.
ARTICULO XXXVI.-A los efectos de esta ley
los permisos o licencias sin sueldo que las Compa-
fias conceden a los empleados y obreros, para ausen-
tarse de sus labores, no seran eficaces, sino por el
termino de un afio consecutive y al vencimiento del
rlismo, comenzarA a decursar el t6rmino en que se
pueden pedir las jubilaciones.
CAPITULO V
De las pensiones.
ARTICULO XXXVII.-E1 empleado u obrero
que fallezca estando jubilado o teniendo las circuns-
taonias que le daban derecho a jubilarse, o a otro de







34 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


los beneficios que esta ley otorka, trasmitira el dere-
cho a disfrutar una pension o una indemnizaci6n en
la proporci6n y las condiciones que la misma esta-
blece, a los familiares siguientes que est6n en apti-
tud legal de reclamaria al tiempo del fallecimiento
.de su causante.
La viuda; el viudo incapacitado para el trabajo;
los hijos hasta los diez y oeho afios de edad; las hi-
jas solteras, hasta los veinte y tres afios de edad; los
padres infitiles para el trabajo, que vivieren al abri-
go y protecci6n del causante. Los hijos e hijas, cual-
quiera que sea su edad, siempre que esten infitiles
para el trabajo. A falta de todos 6stos, a las herma-
nas solteras o mayoreo inftiles para el trabajo y que
vivan bajo el abrigo o protecei6n del causante, y que
no tengan otro medio de vida.
El disfrute de la pension comenzara desde el dia
del fallecimiento del empleado u obrero, sea cual
fuere la fecha en que el Directorio de la Caja acuer-
(ce su concesi6n.
Cuando se extinga el derecho a las pensions, se
refundiran en el fondo de la Caja de Jubilaciones y
Pensiones.
ARTICULO XXXVIII.-Las pensions o indem-
nizaciones se otorgaran en la forma y orden si-
guiente:
A la viuda'y al viudo totalmente infitil para el
trabajo.
A los hijos legitimos y naturales, legalmente reco-
nocidos, a prorrata.
A los padres del causante totalmente infitiles, siem-
pre que estos hubieren estado exclusivamente a car-
go de aqu61.
A las hermanas solteras, menores de veinte y un
afios, o mayores inftiles para el trabajo.
ARTICULO XXXIX.-La viuda o el viudo total-
mente infitil para el trabajo, tendrin derecho a una
pension igual al cineuenta por ciento de la jubila-
ci6n que disfrutaba oa qa e tenia derecho el cau-
sante.
Los hijos del causante, cuando concurran en uni6n
dc la viuda o el viudo incapacitado totalmente para
el trabajo, disfrutardn de una pension igual al otro
cincuenta por ciento de la jubilaci6n que disfrutaba
c a que tenia derecho el causante, distribuida por
parties iguales entire ellos, acreciendo la parte de la
pension de los que fallezean o lleguen a la mayoria
de edad que esta ley sefiala, a la de los otros hema-
nos con derecho a pension. Al fallecimiento de la
viuda o del viudo incapacitado totalmente para el
trabajo, el cincuenta por ciento de la pension que
disfrutaba, acrecera a la de los hijos, refundidndose
el otro. cincuenta por ciento en el fondo de Jubilacio-
nes y Pensiones.
Cuando concurran los hijos, solamente, tendrAn
derecho a una pension igual al setenta y cinco por
ciento de la jubilaci6n que disfrutaba o a que tenia
derecho el causante, distribuida en la misma forma
que se expresa en el pdrrafo anterior. Los padres
del causante, inftiles para el trabajo, cuando Aste no
deje viuda ni hijo, tendran derecho solamente a una


pension igual al cincuenta por ciento de la jubila-
ci6n que aqu6l .disfrutaba, o a la que tenia derecho,
distribuy6ndose por parties iguales entie ambos pa-
dres; y si alguno de Astos falleciere, su parte acrece-
r6 a la del superviviente. Del propio modo corres-
pondera este cincuenta por ciento integro si el recla-
mante concurre a solicitar la pension en estado de
viudez.
Las .hermanas tendran derecho al cincuenta por
ciento de la jubilaci6n que correspondiere al cau-
sante.
ARTICULO XL.-Las cantidades que de su jubi-
laci6n e indemnizaci6n dejen penmientes de cobro los
empleados u obreros jubilados que fallezean, corres-
ponderAn a las personas que resulten con derecho a
pension como familiares de dichos empleados y obre-
ros, y si en un t6rmino de diez v ocho meses no se re-
clamare, ingresaran definitivamente a engrosar el
fondo de la Caja General de Jubilaciones y Pensio-
nes.
ARTICULO XLI.-Si a la muerte del empleado
u obrero dejare hijos de distilitas uniones con dere-
cho a la pension, 6sta se distribuirA en la proporci6n
que corresponde a los mismos y sera entregada a sus
respectivos representantes legales.
ARTICULO XLII.-Las pensions son vitalicias
y el derecho a percibirlas s6lo se pierde en los casos
establecidos por esta ley; y en todos los casos, el ter-
mino para reclamarlas sera de diez y ocho meses a
partir de la fecha del fallecimiento del causante.
ARTICULO XLIII.-Las pensions serin acor-
dadas por el Directorio en la misma forma v con
iguales terminos y recursos que se han sefialado pa-
ra las jubilaciones en el articulo XXXI v demas
concordantes de esta ley.
ARTICULO XLIV.-Las personas enumeradas
en el articulo XXXVII de esta ley, tendran derecho
en todos los casos a una indemnizacion igual al tires
por ciento de las sumas percibidas o que debi6 per-
cibir el causante en concept de sueldos, jornales o
remuneraci6n, cuando el empleado u obrero falleci-
dc no dejare derecho a la pension.
Si el empleado u obrero tuviese mAs de diez afios
de servicios efectivos y falleciere sin dejar adquirido
el derecho a las jubilaciones que determinan los ar-
ticulos XVI, XVIII, XX y XXIII de esta ley, las
personas enumeradas en el articulo XXXVIII, ten-
drAn derecho a percibir la pension en la proporci6n
de un tres por ciento por cafia afio de servicio, de la
jubilaci6n por inutilidad total permanent.
ARTICULO XLV.-E1 disfrute de la pension se
extingue:
Para el viudo, viuda, y la madre viuda, cuando
contrajera nuevas nupcias.
Para las hijas menores de veinte y tres aiios o ini-
tiles para el trabajo, desde que contraigan matri-
monio.
Para las hermanas menores cuando contraigan
matrimonio o leguen a la mayoria de edad; y para
las incapacitadas cuando recuperen sus facultades
para el trabajo o contraigan matrimonio.







DIARIO DE SESIONES DE ILA CAMERA DE REPRESENTANTES 35


Para los demis descendientes .cuando cesen las
causes que determine la protecei6n que les dispen-
sa la ley.

CAPITULO VI

Disposiciones Generales.

ARTICULO XLVI.-Los sueldos, jornales, jubi-
laciones, pensions e indemnizaciones devengados en
todo. tiompo por los empleados y obreros comprendi-
dos en esta ley, no seran embargables y el c6nyuge
y herederos a quienes corresponda, no estaran obli-
gados a contribuir con ellos al pago de las deudas
hereditarias o testamentarias. SerA nula toda cesion,
donaci6n, legado o constituci6n de dereeho que gra-
ve o impide el libre disfrute de los mismos.
Se exceptfian del embargo las pensions a que se
refiere la Ley del Divorcio y el C6digo Civil, respec-
to a alimentaci6n y educaci6n.
ARTICULO XLVII.-Las Empresas a que se re-
fiere esta ley, quedan obligadas a suministrar al Di-
rectorio de la Caja General de Jubilaciones y Pen-
siones y a las autoridades y funcionarios pfiblicos,
que conforme a esta ley intervengan en cualquier
forma en su ejecuci6n, todos los informed que se so-
liciten sobre el personal con relaci6n a datos y ante-
cedentes que tuvieran dichas Empresas y a percibir
las comprobaciones que se juzguen pertinentes a los
efectos de esta ley.
Del propio modQ estardn obligadas a facilitar en
el plazo -de oeho dias a los empleados y obreros ferro-
viarios y tranviarios, certificados de tiempo de ser-
vicios, de sueldos o jornales pereibidos o que debie-
ran percibir, de contribuciones al fondo de la Caja
y cuanto mis jure el interesado serle fitil para una
gesti6n relative a lo dispuesto en las leyes de la Re-
pfblica; cuyos certificados deberAn estar autoriza-
dos por el administrator o quien haga sus veces en
las Empresas o Compafiias.
De todos estos documents la Compafia envia-
rA simultAneamente a la Caja General de Jubilaciones
y Pensiones, un duplicado debidamente autorizado.
Las colectividades obreras podrdn solicitar y las
Empresas deberin expedir, certificaciones relatives
al escalaf6n de empleados y obreros.
En el caso de falta de cumplimiento por parte de
las Empresas o Compaiiias, el Juez Correccional del
distrito donde radican impondri al representante de
las mismas una multa de diez pesos por cada dia que
dejare decursar sin entregar la eertificaei6n ade-
cuada.
Las Compafias comprendidas en esta ley, estaran
obligadas a conservar indefinidamente las n6minas y
demas documents que acrediten el pago de sueldos
y jornales y tiempo de servicios prestados por sus
empleados y obreros.
ARTICULO XLVIII.-Las Empresas, Socieda-
des o Compafiias que no depositaren en el tiempo y
forma estatuido en esta ley, en su articulo X, las su-
mas a que estAn obligad6s incurrirAn en una multa
de cien pesos por eada dia de demora, hasta tanto
efect6en el dep6sito con el interns legal, a contar


desde el primer dia del incumplimiento, salvo que
justifiquen ante el Directorio la demora con pruebas
bastantes a este efecto. El Presidente de la Caja Ge-
neral de Jubilaciones y Pensiones, como representan-
t" legal de la misma, planteari, bien ante el Poder
Ejecutivo o bien ante los Tribunales de Justicia, las
reclamaciones que sean procedentes para hacer efee-
tivas las obligaciones y penalidades establecidas por
esta ley, pudiendo utilizar la via de apremio. Las
resoluciones del Directorio asentadas en su libro de ac-
tas ya aprobadas, constituyen instrument pfblico.
ARTICULO XLIX.-El Directorio de la Caja
formara un censo de empleados y obreros compren-
didos en la present ley, de las personas a que se re-
fiere el articulo XXXVII de esta ley, con expresi6n
de todos aquellos particulares que estime necesarios
para la mejor aplicaci6n de la misma, a cuyo efee-
to deberd llevar el Directorio un Registro permanen-
te que contenga todos los datos referentes a los em-
pleados y obreros y sus respectivas families.
Este censo se formarA por el Direetorio dentro de
los primeros seis meses de regir esta ley.
AdemAs el Directorio elevard anualmente al Po-
der Ejecutivo un informed annual sobre el estado de
la Caja y los nombres y direeciones de los jubilados y
pensionados, publicandose ese informed integramente
en la Gaceta Oficial de la Repiblica, sin costo para
la Caja.
CAPITULO VII
Disposiciones penales.
ARTICULO L.-Toda acci6n u omisi6n .de las
Empresas o Compafiias o de funcionarios o emplea-
dos de las mismas, tendente a burlar o infringir
cualquier precepto de esta ley, que no tuviera san-
ci6n especial, se castigard con multa de treinta a cien
pesos; y en defect de pago, con arrest equivalent
a un dia por cada peso. Si se persistiere en la ac-
ci6n u omisi6n, el Juez Correccional elevari las ac-
tuaciones al senior Fiscal de la Audiencia correspon-
diente quien solicitarA la formaci6n del oportuno su-
mario. La Sala respective de dieha Audiencia cono-
cerA en su caso de la causa y castigara tales infrac-
ciones con pena de seis meses a un afio de prisi6n co-
rreccional.
.ARTICULO LI.-Los miembros del Directorio
que dispongan de los fondos de la Caja, de manera
contraria a lo previsto en esta ley, bien invirti6ndo-
los sin cumplir los requisitos exigidos, bien destinan-
dolos. a otros fines distintos de los expresamente de-
terminados bien ordenando el pago de jubilaci6n o
pension injusta o indebida, bien no invirtiendo los
fondos sobrantes o disponiendo la venta de.los valo-
res de la Caja, sin observer las formalidades pres-
eriptas, serin responsables del delito de malversa-
ei6n de caudales pfblicos, previsto y castigado en el
Capitulo D6eimo, Titulo S6ptimo del Libro Segun-
do del C6digo Penal.
CAPITULO VIII
Disposiciones Transitorias.

ARTICULO LII.--Todos los expedientes de jubi-
laciones o pensions pendientes de tramitaei6n al






36 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE RBPRESENTANTES


promulgarse esta ley, serAn sometidos a los tramites
y disposiciones que la misma establece.
Las jubilaciones y pensions concedidas al amparo
del articulo XXIII de la ley que se modifica, serin
ajustadas a los preceptos de la present ley.
ARTICULO LIII.-E1 Directorio iniciarA dentro
de los ciento ochenta dias siguientes a la promulga-
ci6n de esta ley, la revision y rectificaci6n de las ju-
bilaciones y pensions concedidas hasta esa fecha y
las ajustarA a las disposiciones de esta ley. Igualmen-
te procederA dentro del prdpio plazo, a revisar las
jubilaciones y pensions concedidas por inutilidad,
clasificandolas en la forma establecida en esta ley
y determinando en cada caso la cuantia que a las
mismas corresponda, de acuerdo con tal clasificacion
y con la proporci6n que en esta propia ley se deter-
mina.
Para la realizaci6n de lo estatuido en el pArrafo
anterior, el Directorio examinara todos los expedien-
tes, previa ponencias que hagan sus miembros; y den-
tro de los ciento ochenta dias siguientes, sin pr6rro-
ga alguna dictara la resoluci6n correspondiente.
Contra estos acuerdos del Directorio se darn los
propios recursos que contra cualesquiera otros, pu.
diendo ejercitarlos, asi los interesados direetamente
en dichas resoluciones, como cualquier miembro del
Directorio.
ARTICULO LIV.-En los casos en que, como re-
sultado de la revision, sean anuladas las concesiones
de jubilaciones y pensions, esta resoluci6n de nuli-
dad, no tendrA otra consecuencia para los que esta-
ban en posesi6n de ellas, que la p6rdida de las mis-
mas.
ARTICULO LV.-La Caja de Retiro deberd di-
fundir y estimular el ahorro voluntario y favorecer
la mutualidad, bien administrAndola directamente o
supervisando la que establecieren entire si los em-
pleados y obreros; al propio tiempo deberh fomentar
y favorecer el desarrollo -de instituciones o socieda-
des que tengan por fin mejorar la condici6n moral,
intellectual, social y econ6mica de los empleados y
sus families. Se autoriza al Poder Ejecutivo para
fjar en el Reglamento las normas necesarias para el
cumplimiento de esta finalidad.
ARTICULO LVI.-Se crea la Caja de Ahorros y
Cr6dito Ferroviario y Tranrviario con personalidad
juridica, al objeto de tender al ahorro y al presta-
mo con garantia del sueldo, jornales, jubilaciones,
pensions o precious de contratos, mediante plazos
mensuales que no excederAn de doce, y deducible de
aqu6llos a los efectos de reintegrar a la Caja las-can-
tidades del prestamo y sus intereses respectivos.
ARTICULO LVII.-Los pr6stamos no podrhn ex-
ceder del duplo .del sueldo, journal, jubilaeiones, pen-
siones, etc., de que disfrutare durante un mes el so-
licitante, y devengarAn un inter6s que no excederA
del diez por eiento annual, siendo a los efectos de la
amortizaci6n del pr6stamo embargables los sueldos,
jornales, precious de contratos, pensioners, jubilacio-
nes o indemnizaciones.
ARTICULO LVIII.-La Caja General -de Jubila-
ciones y Pensiones inicialmente destinarA de sus


fondos hasta la cantidad de quinientos mil pesos con
los que se crearA la Secci6n de Pr6stamos de la mis-
ma, y los que efectivamente se realizarin a las per-
sonas comprendidas en esta ley. Cuando los fondos
de la Caja General de Jubilaciones y Pensiones lo
permit, podra aumentarse la cantidad destinada a
prestamos.
SARTICULO LIX.-Las operaciones de la Secci6n
de Ahorros se limitarAn a recibir dep6sitos desde
veinte centavos hasta cinco inil pesos, y efectuar
pr6stamos con esos fondos a los empleados y obreros
comprendidos en esta ley. El Directorio de la Caja
establecerA la tasa del interns y las demas condicio-
nes a que los dep6sitos deban sujetarse, de acuerdo
con el Reglamento" que el Poder Ejecutivo redacta-
ra para organizer esta Instituci6n de Ahorros y
PrAstamos, a cuyo efecto queda ampliamente autori-
zado.
ARTICULO LX.-Las utilidades que produzca la
Caja de Ahorros y Prestamos engrosarAn el fondo de
la Caja de Jubilaciones y Pensiones.
ARTICULO LXI.-La Caja General de Jubila-
ciones y Pensiones, emitira p6lizas de garantia a fa-
vor de los funcionarios, empleados, obreros o contra-
tistas comprendidos en esa instituci6n y dichas
Compafiias, Sociedades o Empresas estarAn obliga-
das a solicitar y aceptar dichas p6lizas, de acuerdo
con las disposiciones reglamentarias que al efecto
dicte el Poder Ejecutivo y el que se sujetarA a las
bases que se determinan en los articulos siguientes.
ARTICULO LXII.-Las p6lizas de garantia que
sr emitan de acuerdo con el articulo anterior, no po-
drAn exceder cada afo de cuatro veees la ascenden-
cia del fondo de reserve que para ese afio haya cal-
culado la instituci6n a que se refiere esta ley.
ARTICULO LXIII.-Las primas o contribucio-
nes que por concept de las p6lizas de garantia a
que se refieren los articulos anteriores habrin de
abonar las Compaiias, Sociedades o Empresas, no
podrAn exceder del promedio de lo que tales entida-
des hayan satisfecho como promedio, durante los il-
timos diez afios, contados retrospectivamente a la fe-
cha de la promulgaci6n de la present ley.
ARTICULO LXIV.-Los gastos que originen las
Secciones de Ahorros, PrBstamos y Garantia' que por
esta ley se crean, o cualquiera otro que en el future
surgiere como iniciativa de la Administraci6n de la
Instituci6n Caja General de Jubilaciones y Pensio-
nes de Empleados y Obreros de Ferrocarriles v
Tranvias, se consignarAn en el Presupuesto annual de
la Instituci6n, que sera sometido a la aprobaci6n de
la Secretaria de Agricultura, Comercio y Trabajo;
pero diehos gastos de administraci6n habrAn de de-
ducirse de las utildades que a dicha Caja reported
tales secciones y de cuyas utilidades se deducirA un
cinco por ciento que se destinara a fondo de reserve
especial de dichos fines, o sean prestamos, ahorros y
garantias, y para reponer las posibles p6rdidas que
tales inversiones pudieran ocasionar en algin mo-
mento.
ARTICULO LXV.-La Secretaria de Agriculau-
ra, Comercio y Trabajo podri rectificar el Presu-
puesto a que se refiere el articulo anterior y redueir-








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 37


lo en la forma que estimare justificado; pero nunca
podrA aumentarlo.
ARTICULO LXVI.-Las jubilaciones que se otor-
guen conforme a esta ley, por retire voluntario u
ordinario, no comenzarAn a hacerse efectivas ni a
devengarse, ni habra por tanto, derecho a percibir-
las, sino despu6s de transcurridos tres afios de la
promulgaci6n de la present ley.

CAPITULO IX

Disposiciones Finales.

ARTICULO LXVII.-Las Compafiias, Socieda-
des o Empresas comprendidas en esta ley, estaran
obligadas a comunicar mensualmente al Directorio
de la Caj.a General de Jubilaeiones y Pensiones de
Empleados y Obreros de Ferrocarriles y Tranvias,
las altas y bajas de empleados u obreros o contratis-
tas pertenecientes a las mismas y al objeto de que


dicho Directorio disponga las consiguientes rectifica-
ciones en el censo que habrk de llevar y conservar
siempre, todas las personas a quienes alcanzan las
obligaciones y beneficios de la present ley.
ARTICULO LXVIII.-E1 Poder Ejecutivo Na-
cional dentro de los sesenta dias siguientes a la pro-
mulgaci6n de esta ley en la Gaceta Oficial de la Re-
pfibliea, dictarh el Reglamento para su ejecuci6n.

ARTICULO LXIX.-Se derogan todas las eyes,
decretos o disposiciones que se opongan al eumpli-
miento de esta ley.

ARTICULO LXX.-Esta ley comenzar6 a regir
desde su publicaci6n en la Gaceta Oficial de la Re-
pfblica.
Sal6n de' Sesiones de la Chmara de Representan-
tes, a los diez y ocho dias del mes de Junio de mil
novecientos veinte y nueve.


IMP. P. FERNANDEZ Y CA., OBISPO 17, HABANA




University of Florida Home Page
© 2004 - 2010 University of Florida George A. Smathers Libraries.
All rights reserved.

Acceptable Use, Copyright, and Disclaimer Statement
Last updated October 10, 2010 - - mvs