Group Title: Diario de sesiones del Congreso de la Republica de Cuba
Title: Diario de sesiones del Congreso de la Républica de Cuba
ALL VOLUMES CITATION PAGE IMAGE ZOOMABLE
Full Citation
STANDARD VIEW MARC VIEW
Permanent Link: http://ufdc.ufl.edu/UF00015180/00881
 Material Information
Title: Diario de sesiones del Congreso de la Républica de Cuba
Physical Description: v. : ; 31 cm.
Language: Spanish
Creator: Cuba -- Congreso. -- Cámara de Representantes
Publisher: s.n.
Place of Publication: Habana
Manufacturer: Imprenta de Rambla y Bouza
Publication Date: 1902-
 Subjects
Subject: Politics and government -- Periodicals -- Cuba   ( lcsh )
Genre: federal government publication   ( marcgt )
 Notes
Dates or Sequential Designation: 1. legislatura, v. 1, núm. 1 (oct. 1 de 1902)-
General Note: Title from caption.
 Record Information
Bibliographic ID: UF00015180
Volume ID: VID00881
Source Institution: University of Florida
Holding Location: University of Florida
Rights Management: All rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier: aleph - 001845781
oclc - 28760011
notis - AJS0072
lccn - sn 93026707

Full Text











DIARIO


CAMERA


REPUBLICAN DE CUBA


DE


DE LA
DE REPRESENTANTES


DECIMO PERIOD CONGRESSIONAL
LEGISLATURE EXTRAORDINARIA


VOL. XXXVI


LA HABANA, 10 de Agosto de 1921 NUM. 9


Sesi6n extraordinaria del 8 de Agosto de 1921

President: Sr. Santiago Verdeja Neyra
Secretaries: Sres. Jose R. del Cueto y Lorenzo Fernandez Hermo
SU M ARIO

A las 3 p. m. la Presidencia declara abierta la sesi6n, dfndose lectura al acta de la anterior, que fu6
aprobada.-A propuesta del Sr. Sagar6 se acord6 prorrogar la sesi6n hasta tratar los asun-
tos que estin sobre la mesa, acordindose tambi6n un receso para reunirse los Comit63 Parla-
mentarios.-Reanudada la sesi6n a las 5 p. m. la OCmara se di6 por enterada de una comunica-
ci6n del Encargado de Negocios de los Estados Unidos de Ambrica.-Petici6n de datos del senior
Perez referente a la concesi6n hecha a la Havana Dock Company.-Se di6 lectura a varias propo-
siciones de ley que pasaron a distintas comisiones.-Se concedi6 una pr6rroga de una semana a
la Comisi6n Especial encargada de redactar y presentar un Proyecto de Ley de Ferrocarriles.-
Suspensi6n de preceptos reglamentarios para discutir la proposici6n de Ley modificando el articulo
13 de la Ley de 31 de Enero de 1921 sobre liquidaci6n bancaria, que fu6 aprobada.-Se di6 lec-
tura al Proyecto de Ley y a una enmienda del Sr. Herrera Sotolongo; suspendi6ndose el debate
al comprobarse la falta del quorum.-La Presidencia levant6 la sesi6n a las 7 p. m.


SR. PRESIDENT (VERDEJA) : Se abre la sesi6n.
(Eran las tres p. m.)
Se va a dar lectura al acta de la sesi6n anterior.
(El Oficial de Aotas la lee).
1Se aprueba el acta?
(Sefiales afirmativas).
(Aprobada).
SR. SAGAR6 (BARTOLOME) : Pido la palabra.
SR. PRESIDENT' (VERDEJA) : Tiene la Palabra S. S.
SR. SAGAR6 (BARTOLOME) : Para proponer a la CA-
mara acuerde un receso y a la vez la pr6rroga de la


I sesi6n hasta terminar los asuntos pendientes que es-
tdn sobre la mesa.
SR. PRESIDENT (VERDEJA): Se pone a votaci6n
Sel re-eso y la pr6rroga propuesto por el senior Sagar6.
(Aprobado).
So concede un receso de quince minutes.
(Eran las tres y cinoo p. m.)
Se reanuda la sesi6n.
(Eran las oinco menos dos minutes p. m.)
Se va a dar cuenta con una comunioaci6n de la Le-
gaci6n Americana.


(El Oficial de Actas, leyendo):


SESIONES


I ~








2 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


,Habana, Cuba, Agosto 2 de 1921.

Sr. Santiago Verdeja, Presidente de la Camara.
Habana.

Tengo el gusto de acusar recibo de su escrito de
22 de Julio de 1921, en el que comunica a esta Lega-
ci6n que se ha adoptado un acuerdo en conmemora-
ci6n de la vida de Teodoro Roosevelt. Dicho escrito
ha sido debidamente trasladado a mi Gobierno, de
acuerdo con su solicitud
Acepte, senior Presidente, las seguridades de mi al-
ta consideraci6n.

(fdo.) Philander L. Cable, Encargado de Negocios
ad-interin.

SLa Camara se da por enterada?
(Enterada).

Se va a dar cuenta con una petici6n de datos del
senior Elpidio P&rez y otros.

(El Oficial de Actas, leyendo):

A LA CAMERA:

El Representante que suscribe ruega a sus compa-
fieros se sirvan impartir su aprobaci6n a la siguiente:

PETICION DE DATOS

Primero:-Que por el Ejecutivo Nacional se re-
mita a esta Camara copia del Decreto nfimero 1022
de 11 de Noviembre de 1910, por el cual se otorg6 una
concesi6n a la Port of Havana Docks Co., para rea-
lizar determinadas obras en el litoral de la bahia de
]a Habana; y se diga si la mencionada Compaiia
cumpli6 dentro del t6rmino fijado con las obligacio-
nes que se impuso al obtener la concesi6n.
Segundo:-Que por el Ejecutivo Nacional se diga,
que razones de conveniencia pfiblica y qu6 funda-
mentos legales se tuvieron en cuenta para prorrogar
por noventa y nueve aios, a la Port of Havana Docks
Co., la concesi6n otorgada por el referido Deereto
niumero 1022 de 11 de Noviembre de 1910, y ceder
a virtud de esa pr6rroga la fiica parte del litoral
que quedaba en poder del Estado, donde se encuen-
tra enclavada la Planta de Desinfeeci6n y la Ma-
china; y se diga, igualmente, si la Compafiia conce-
sionaria ha dado comienzo a las obras que se oblig6
a ejecutar, dentro del termino fijado en los conside-
randos del Decreto nimero 1944 de trece de Diciem-
bre de 1920.
Tercero:-Que se remita copia del Decreto nime-
ro 19-14 de fecha 13 de Diciembre de 1921, por el que
se prorrog6 a la Port of Havana Docks Co., la con-
cesi6n que disfrutaba de treinta afios; y copia asi-
mismo, del Decreto nfimero 373 de diez y site de
Marzo de 1921, por el que se deneg6 al senior Ernes-
to Gaye la solicitud que hiciera para construir un
muelle, espig6n, etc., en el litoral. del.puerto de la
Habana.
Sal6n de Sesiones de la CAmara de Representan-
tes, a los ocho dias del mes de Agosto de mil nove-
cientos veinte y uno.

(fdo.) Dr. Elpidio Perez.

SR. PEREZ (ELPIDIO) : Pido la palabra.
SR. PRESIDENT (VERDEJA): Tiene la palabra S. S.


SR. PEREZ (ELPIDIO) : Seior Presidente y sefiores
Representantes: Si la Camara acuerda pedir esos da-
tos que en mi petici6n enumero, seguramente harA un
gran servicio a la Repfiblica defendiendo los intere-
ses del Estado. La Compafiia Port of Havana Docks
Company que radica en el litoral de esta capital, obtu-
vo una concesi6n hace quince afios para unos espigo-
nes y muelles en el litoral de la Habana. Concesi6n
que en ese Decreto se consigna, que terminaba al pe-
riodo de treinta afios, a cuyo tiempo pasaria a pro-
piedad del Estado, pero ahora mismo antes de ven-
cerse esa concesi6n, hace pocos meses se le da una
nueva por el period de noventa y nueve 'afios para
explotar una part del litoral de la Bahia de la Ha-
bana. Pero hay algo mas, tambien se le autoriza
en ese mismo decreto para que pueda utilizar la par-
te donde esti la plant de desinfecci6n y la Machina.
Quiere decir que se regala a una Compafiia americana
que muchas veces ha hecho uso precisamente de su
carta de naturaleza en desdoro nuestro. Por eso pi-
do a la Camara de Representantes que apruebe esa
petici6n de datos.
SR. PRESIDENT (VERDEJA) : Acuerda la Camara
pedir estos datos?
(Sefiales afirmativas).
(Aprobada).

Se va a dar cuenta con las proposiciones de ley.

(El Oficial de Actas, leyendo):

A LA CAMERA:

POR CITANTO: A los ganaderos de la Repfiblica
se les dificulta hacer las operaciones en el Registro
Pecuario, de su respective demarcaci6n, sobre todo
en la provincia de Oriente, para hacer constar las
altas y demns operaciones del Registro en que de al-
guna manera se debe acreditar que el ganado obje-
to de la operaci6n que intent realizar esta vacuna-
do o en condiciones sanitarias, problema que tienen
que resolver las mis de las veces pagandole una fuer-
te suma a veterinarios que no saben en qu6 finca es-
ta ese ganado, resultando que los preceptos vigentes
lejos de resultar beneficiosos a los intereses pfiblicos,
son, en los mas de los casos, pretextos para que se
exploten honrados campesinos.
El Representante que suscribe, propone a la con-
sideraci6n de la Camara, como una de las leyes que
benefician a la industrial ganadera, la contenida en
la siguiente:

PROPOSITION DE LEY

Articulo I.-En todas las operaciones que se ha-
gan en el Registro Pecuario, y en que de alguna ma-
nera deba referirse el estado sanitario del ganado,
bastard la manifest'aci6n que haga el interesado o in-
teresados.
Articulo II.-Comenzarh a regir esta ley desde su
publicaci6n en la Gaceta Oficial y se derogan todas
las que a ellas se opongan.
Sal6n de Sesiones de la Camara de: Representan-
tes, a cinco de Agosto de mil novecientos veinte y.uno.
(fdos.) P. Goderich.-Eduardo G. Manet.-Olim-
po Fonseca.--E. Santa Cruz Pacheco.-Dr. G. Ba-
rreto.

Tomada en consideraci6n pasarh a las comisiones
de Asuntos Municipales y de Agricultura, Industria
y Comercio.









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 3


(El Oficial de Actas, leyendo):

A LA CAMERA:

CONSIDERANDO: la necesidad en que estamos
de defender y proteger la industrial pecuaria, que
constitute una de nuestras principles fuentes de ri-
queza.
CONSIDERANDO: el dinero que peri6dicamente
sale del territorio de la Repfiblica para tender a
conipras de ganado extranjero, con perjuicio del ga-
nado del pais y en contra de la escasez de efectivo
con que hoy cuenta la naci6n.
CONSIDERANDO: que en las provincias de Orien-
te, Canagiiey y las Villas, existe cantidad suficiente
de ganado para tender al consume pfiblico, el Re-
presentante que suscribe, tiene el honor de someter
a la consideraci6n de la Camara la siguiente:

PROPOSITION DE LEY

Articulo I.-Se crea un impuesto de diez pesos pa-
ra todo ganado vacuno procedente del extranjero, que
entire en el territorio de la Repfiblica.
Articulo II.-Todo ganado procedente del extran-
jero, tendra que ser vacunado contra el carbunclo
antes de ser desembarcado y marcado con un hierro
indicando la fecha de su llegada al territorio de la
Repfiblica.
Articulo III.-Todo ganado procedente del extran-
jero tendra que ser empotrerado por un termino no
menor de sesenta dias, que empezardn a contarse des-
de el dia siguiente de su desembarco, no permitien-
dose el sacrificio de ninguna res que no haya cum-
plido los sesenta dias de empotreramiento.
Articulo IV.-El precio del ganado en pie en cual-
quier potrero o lugar de embarque de la Repfiblica,
se fija en nueve centavos la libra; el precio para Ics
matarifes se fija en cuarenta y cinco centavos el kilo;
y el precio para los detallistas se fija en cincuenta
centavos la libra de filete, treinta centavos la libra
de boliche, rabadilla y demAs carnes de primera;
veinte centavos la libra de came de segunda; y diez
centavos la libra de hueso.
Articulo V.-Seran castigados con multas de cien
a quinientos pesos, los infractores de la present ley,
y de quinientos a mil los reincidentes.
Sal6n de Sesiones de la Camara de Representan-
tes, a los cuatro dias del mes de Agosto de mil nove-
cientos veinte y uno.
(fdos.) Francisco Vallhonra.t.-Donatilo Valdes
Aday.-Bartolomne Sagairo.-Francisco Menche o.-
Olimpo Fonseca.

Tomada en consideraci6n pasari a la Comisi6n de
Agriculture, Industria y Comercio.

SR. VALLHONRAT: Pido que quede sobre la mesa.
SR. PRESIDENT (VERDEJA): Se pone a votaci6n
el que quede sobre la mesa.
SR. PARDO SUAREZ: Yo habia pedido la palabra pre-
cisamente para tratar de mantener el criteria que la
Presidencia ha sostenido de pedir a la Camara que
pasara a la Comisi6n de Agricultura, Industria y Co-
mercio. Yo supongo, pues, que esto pasara a la Co-
misi6n ya repetida.
SR. PRESIDENT (VERDEJA): Se pone a votaci6n
el que quede sobre la mesa.
Sn. VALLHONRAT: Retiro mi petici6n.
SR. PRESIDENT (VERDEJA) : Pasara a la Comisi6n
ya dicha.


SR. DE LA PENA (LUCILO) : Sefior Presidente y se-
fiores Representantes: para hacer un ruego a nombre
de la Comisi6n Especial que entiende en la legislaci6n
sobre ferrocarriles. Extinguiendose mariana el pla-
zo que se concedi6 por esta C'mara, para que dicta-
minara el proyeato de ley pertinente, y no habiendo
sesi6n hasta el pr6ximo miercoles, es absolutamente
necesario que la Camara se ponga de acuerdo sobre
este asunto, y acuerde la pr6rroga de unos dias mis,
cuatro, seis u ocho, en fin, una semana mas.
SR. PRESIDENT (VERDEJA) : I EstA de acuerdo la
CAmara en que se prorrogue por una semana?
(Acordado).

Se va a dar lectura a una petici6n de suspension de
preceptos reglamentarios.

(El Oficial de Actas, leyendo):

A LA CAMERA:

Los Representantes que suscriben ruegan a la Ca-
mara acuerde la suspension de todos los preceptos re-
glamentarios para continuar discutiendo la proposi-
ci6n de ley de los sefiores Herrera Sotolongo y otros,
sobre modificaci6n del articulo 13 de la Ley de 31 de
Enero de 1921.
Sal6n de Sesiones de la Camara de Representan-
tes, a los diez dias del mes de Agosto de mil nove-
cientos veinte y uno.

(fdos.) Dr. Pedro Herrera Sotolongo.-Manuel Lo-
res.-C. Machado.-Vicente Alonso Puig.-Santiago
Rey.

SR. HERRERA SOTOLONGO: Pido la palabra.
SR. PRESIDENT (VERDEJA): Se pone a votaci6n
la suspension de preceptos.
SR. FERRARA (ORESTES): Un moment. Yo deseo
que se me explique el por que de la urgencia de este
asunto.
SR. HERRERA SOTOLONGO: Sefior Presidente y sefio-
res Representantes: Con much gusto voy a expli-
cArselo al senior Ferrara. Se trata de la modifica-
ci6n del articulo 13 de la Ley de 31 de Enero de 1921;
que trata de las liquidaciones banearias, porque hay
establecimientos bancarios que pueden entrar en una
nueva forma, liquidaci6n u organizaci6n, y esth pr6-
ximo el plazo que la Ley les concede, que es el de tres
meses, y si nosotros no tratamos esto con urgencia
pudiera llegar tarde el remedio cuando no lo nece-
siten ya estas instituciones bancarias.
SR. PRESIDENT (VERDEJA): Se pone a votaei6n
la petici6n de suspension de preceptos reglamenta-
rios.
(Aprobada).

Se va a dar lectura al proyeeto de ley.

(El Oficial de Actas, leyendo):-

A LA CAMERA:

Los Representantes que suscriben, recomiendan la
siguiente:

PROPOSITION DE LEY

Se modifica el articulo XIII de la Ley de 31 de
Enero de 1921, que quedark redactado de la manera
siguiente:









4 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


Articulo XIII.-Las entidades acogidas a los be-
neficios de esta ley por medio del representante de los
accionistas en la Junta, podrAn acordar en todo tiem-
po transaceignes con sus acreedores las cuales se ha-
rAn constar por escrito.
Cuando los acuerdos celebrados en transacci6n ,o
arreglo, representen la mitad mas uno de los accio-
nistas y la mitad del capital adeudado por todos con-
ceptos, cesara la intervenci6n de la Comisi6n tempo-
ral y se entregara la direcci6n y. administraci6n de
la instituci6n a la persona o personas que designed
los accionistas o acreedores, en Juntas ccnvocadas al
efecto.
La Comisi6n, tan pronto reciba la solicitud del re-
presentante de los accionistas y la relaci6n de los
convenios para que cese su intervenci6n, mandara a
hacer la convocatoria para las juntas antes mencio-
nadas.
Sal6n de Sesiones de la CAmara de Representan-
tes, a los tres dias del mes de Agosto de mtil nove-
cientos veinte y uno.
(fdos.) Pedro Herrera Sotolongo.-Antonio Alen-
tado.-P. Goderich.-Wolter del Rio.-Santiago Rey.

Sn. PRESIDENTE (VERDEJA) : Hay una enmienda. Se
le va a dar lectura.

(El Oficial de Actas, la lee).

Se pone a discusi6n la totalidad del proyecto.
SR. 1FERRARA (ORESTES) : Pido la palabra.
SR. PRESIDENT (VERDEJA) : Tiene la palabra S. S.
Sn. FERRARA (ORESTES): Un moment. Hay una
enmienda a la totalidad. Seria fitil que se leyera.
Este es un asunto de much importancia.
SR. PRESIDENT (VERDEJA) : Se va a dar leetura
a una enmienda.

(El Oficial de Actas, leyendo):

A LA CAMERA:

El Representante que suscribe propone a la Cama-
ra la siguiente enmienda a la proposici6n de ley pre-
sentada por los sefiores Herrera Sotolongo y otros,
sobre modiflcaci6n del articulo XIII de la Ley de 31
de Enero de 1921.
El articulo XIII de la Ley quedark redactado en,
la siguiente forma:
Articulo XIII.-Las entidades acogidas a los bene-
ficios de esta ley por medio del Representante de los
accionistas en la Junta podran acordar en todo tiem-
po transacciones con sus acreedores, las cuales se ha-
rAn constar por escrito.
Cuando los acuerdos celebrados en transacci6n a
arreglo, represented la mitad mas una de las acciones
y la mitad del capital adeudado por todos concepts,
cesarA la intervenci6n de la Comisi6n Temporal de
Liquidaci6n Bancaria, y de las Juntas liquidadas de-
finitivamente y se entregara la direeci6n y adminis-
traci6n del Banco, al Representante de los accionistas
en la Junta.
La Comisi6n tan prontd reciba la solicitud del Re-
presentante de los accionistas y la relaci6n de los con-
venios, proeederk en la formal antes mencionada.
Sal6n de Sesiones de la CAmara de Representantes,
a ocho de Agosto de mil noveeientos veinte y uno.
(fdo.) Pedro Herrera Sotolongo.

Esta enmienda sustituye a un articulo. Se pone a
discusi6n la enmienda.


SR. DE CARDENAS (RAUL) : Pido la palabra.
SR. PRESIDENT (VERDEJA) : L En pro o en contra?
SR. DE CARDENAS (RAUL): Ni en pro ni en contra.
Dada la trascendencia del asunto, para pedirle al au-
tor de la enmienda que la explicara y para que la
Presidencia mandara dar lectura a la ley de cuya
modificaci6n se trata en esta enmienda
SR. HERRERA SOTOLONGO: Pido la palabra para ex-
plicar la enmienda.
SR. PRESTDENTE (VERDEJA): Tiene la palabra el
senior Herrera Sotolongo.
SR. HERRERA SoTOiONGO: Sefior Presidente y seiio-
res Represeatantes: El proyecto de modificaci6n de
la Ley de 31 de Enero de 1921 tiene una importancia
extraordinaria, y voy a exponerla a los sefiores Re-
presentantes.
A raiz de la ley llamada de moratoria, se crey6
necesario hacer otra suplementaria o complementaria
de aquella que sirvi6 de base para poner de acuer-
do a acreedores y deudores de las instituciones ban-
carias que habian tenido que suspender o tenian sus-
pendidos sus pagos por dificultades en la liquidaei6n
de sus carteras. Aquella ley se hizo con extraordi-
naria precipitaci6n, sin tener en cuenta ni la natu-
raleza de los bancos ni la forma' en que 6stos lleva-
ban sus operaciones. Se acord6 de una manera quizas
impremeditada, sustituir las directives de los bancos
que se estimaban inmorales o ineptas por una Comi-
si6n que se llam6 de Liquidaci6n Bancaria y Juntas
secundarias dependientes de esta que se encargaron
de todo lo que a los bancos se referia.
Estas comisiones tenian estipendios extraordina-
rios que ya en la prActica se encuentran dificultades
para pagar esos estipendios que pesan sobre las ins-
tituciones bancarias harto agotadas ya. Desde los
primeros moments se levantaron clamnores en todo
el pais y afin en la misma Camara y en el Senado,
pero que iban dirigidos sin orientaei6n fija y sin co-
nocimiento del problema. Se habl6 contra las enti-
dades bancarias, contra las inmoralidades que ellas
habian realizado y se confundi6 de una manera las-
timosa lo que era la entidad bancaria con 16 que eran
sus directors y directives; se lleg6 a decir y a repe-
tir que era necesario encausar, perseguir y meter en
Presidio a los autores y responsables de la quiebra
de estas entidades, y se olvid6 totalmente algo muy
important que la Camara tiene que reconocer: que
las entidades bancarias mas afectadas que no han te-
nido quien las control, como los bancos americanos
que han sufrido las mismas perdidas y sus casas ma-
dres les han mandado dinero para hacer frente a las
circunstancias, las casas verdaderamente nacionales,
las eminentemente cubanos, las que mas direetamente
socorrian y ayudaban al comercio, a la industrial y a
la agriculture, sobre esas se han desatado todos los
furores, no s6lo del extranjero, que recurre a today
clase de resorts para hacerlas morir, para acabar
con el cr6dito national, sino que ain, dentro de las
mismas CAmaras legislativas y dentro de los elemen-
tos gubernamentales se encuentra la mayor enemiga
contra ellos.
Las entidades bancarias nacionales han ayudado al
pais de una manera tan extraordinaria, que casi to-
do el progress del pais cubano, esas grandes pobla-
ciones que se han levantado en Oriente, Camagiiey,
Santa Clara y Matanzas, esos grandes repartos que
vemos en la Habana, el fomento de las industries,
del comercio, de la agriculture, la ayuda constant
]a han prestado esas entidades bancarias que son
las mas perseguidas y las que mns duramente son
tratadas; y yo entiendo que es neeesario que nosotros








DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 5

veamos el problema claro. Si los directors de esas freno que pueda hacer que sus directors puedan aca-
entidades faltaron a sus deberes, delinquieron, pue- parar y cogerle los dineros a los accionistas, cuando el
den dictarse las medidas necesarias para castigarlos, Congreso puede aqui evitar esa rapacidad de las com-
pero no para hacer desaparecer esas fuentes de rique- paiias anonimas y cuando esto se haga, en el porve-
za, esos protectores del comercio, de la industrial y nir de Cuba estara garantizado el capital de esos ac-
de la agriculture; y tal como esti redactada la ley, cionistas; pero si se deja, estara entregado a la ve-
hecha con una manifiesta intenci6n de perseguir cri- nalidad y mayor o menor honradez de los adminis-
minales, sin acordarse de distinguir entire el valor tradores.
que tenia todo el ahorro de Cuba, quieren ahora li- iHe creido necesario pedir a esta Chmara consi-
quidarlos, hacerlos desaparecer y que los acreedores dere esa ley de Diciembre de 1921 que con ella des-
de cuentas de ahorros y multitud de acreedores por aparecieron esas instituciones mientras que si nos-
otros concepts, queden burlados, cuando si eso se otros velames para que no desaparezcan, si la inyec-
encauza, si se toma con carifio y se orienta de una tamos una como fuerza y vigor, salvaremos los cre-
manera financiera y recta, muy bien pudiera salvar, ditos y las deudas y renacera el credito de esas ins-
si no todo, gran parte de su capital los que lo tienen tituciones nacionales a la altura que siempre ha es-
comprometido. En aquella ley de 31 de Enero de tado para que no pueda, votando nosotros una ley
1921 se decia que para reorganizar las instituciones suceder mis el fen6meno que hemos observado.
bancarias era necesario poner de acuerdo a las tres No es, pues, una ley improvisada la que ofrecemos
cuartas parties de los accionistas y acreedores, y des- la consideraci6n de la Camara. Pongamos las ma-
conocian los que hicieron la ponencia de la ley lo nos sobre el coraz6n y declaremos las facilidades que
que eran esas instituciones. Probablemente no tuvo las entidades nacionales han dado a todos los que
en cuenta el autor del proyecto o de la proposici6n han acudido a sus puertas a pedir ayuda econ6mica
que las entidades bancarias 6stas tienen hasta ciento y veamos que ahora quedamos sometidos al capricho
veinte mil acreedores, de los cuales m6s de ochenta de las que quedan, entidades extranjeras, a las que
mil por concept de un peso, de cincuenta centavos, tendremos que someternos. obedeciendo a todos sus
de cuentas pequefias que es impossible reunirlas, que caprichos y aceptando condiciones que no podemos so-
es impossible buscarlas, que la mayor parte de ellas portar, porque tiene la orden de poner todos estos
ban desaparecido, o se han muerto, o han abandonado obstAculos contra determinadas entidades nacionales
los restos y liquidaciones de cuentas; y nosotros mas con el prop6sito de hacerlas fracasar en determinadas
pricticamente encauzados, con el mejor deseo de le- ocasiones. Nosotrcs estamos viendo que las fnicas en-
vantar esas instituciones bancarias, con el deseo que tidades que pueden, actualmente, prestar dinero pa-
quiere la Camara que se persiga a los directors que ra el desarrollo de nuestra riqueza, son esas institu-
los llev6 a esa ruina, queremos que la mitad del ca- clones extranjeras, que lo hacen con tantas dificulta-
pital representado en deudas pueda acordar la reor- des y de una manera tan onerosa que no es possible
ganizaci6n, porque tengan present los seniores Re- que el pais ni nadie lo pueda soportar. Y el deber
presentantes que los mejores administradores de sus del Congreso yo entiendo que es, sefiores Represen-
propios capitals son aquellos acreedores de esas en- tantes, hacer leyes y buscar soluciones que permitan
tidades que ven que bajo una mano recta pueden sal- que la agriculture, la industrial y el comercio de nues-
var sus capitals, mientras que una Comisi6n del Go- tro pais tengan los medios adecuados y las facilida-
bierno va a dilapidar lo que pudiera quedar de esos les necesarias para explotar la fuente inagotable de
capitales. riqueza que ellas representan.
La moci6n no altera el articulo trece; no hace mis Por todo eso yo recomiendo, con verdadero interns,
que explicar. Dice que donde se pone tres cuartas a la consideraci6n de la Camara, esta enmienda al
parties, diga la mitad mas uno de los acreedores, y proyecto, en que se pide la modificaci6n del articulo
muando la mitad mas uno de los acreedores se ponga trece de la Ley de 31 de Enero de 1921, fundindose,
de acuerdo, que el representante de los accionistas, principalmente en buscar soluci6n a fin de que esas
por medio de transacciones, le pague con plazos como entidades puedan reorganizarse y, en el caso de que
los que hay en el C6digo de Comercio y entonces la no sea possible, liquidarse con la menor perdida.
instituci6n podra desarrollarse bien. En el proyecto se deeia que una vez que los Re-
Yo tengo que decirle algo mfs a la Cimara; quizAs pre.entantes de los accionistas se hayan puesto de
sntrando en un terreno en el cual no soy practice, acuerdo con la mitad mas uno de los acreedores del
pero por lo poco que he estudiado puedo decirle mas. Banco, se le avisaria a la Comisi6n para que esta
Hay una cantidad de valores en carter que si renace nombrara un Representante. Y eso se ha suprimido
la confianza, si viene la calma, si esas instituciones de la enmienda porque se me ha hecho observer que
pueden seguir prestando dinero para salvar a esas ya la junta habia nombrado un Representante y que
[ndustrias, la crisis se podra contrarrestar. Entre no era, per tanto, necesario que se hiciera.
3llas puedo citar bancos que tienen en carter valo- Yo tengo mAs interns que nadie en pedir que se su-
res que con el pAnico han bajado mas del sesenta por prima lo injusto, toda interpretaci6n que pueda per-
Aiento de su valor; y tan pronto come empiece a rena- judicar los intereses de los uncs y de los otros y en
;er la confianza, las mhquinas de esas grandes fA- estos mementos se niega a la compaiiia que represen-
)ricas que existen, esos mismos repartos que estAn ta'a esos accionistas que tienen un legitimo interns
ibandonAndose, volvera a renacer la confianza de los demostrado.
,ompradores, seguirfn pagando su tribute y todo eso Hay pues, en mi enmienda un interns de facilitar
rolverr a normalizarse y los Bancos nacionales, los en que tan pronto los acuerdos se puedan llevar a
iue han dado el credito a politicos, a econ6micos, a cabo los representantes del Banco, los que asumen
,omerciantes y a todo el mundo, sin limited y sin tasa, la direcci6n, los llamados a encauzar del mejor mode
weguiran ofreciendo ese credito dentro de los limits que puedan desarrollarse porque no es nada nuevo
iue la Ley le sefiale. Pero el mas grave de los abu- ni nada violent lo que se pide al Congreso. La Ley
los cometidos, no es imputable solo a los administra- de 31 de Enero de 1921 deja sin efecto preceptos del
lores de los Bancos, sine al Poder Legislativo, que C6digo de Comercio que determinan que en case de
iej6 libre a esas entidades, sin cortapisas ni ningfin suspension de pages se puedan tomar acuerdos per









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


los acreedores para pagar durante tres aios y la Ley SR. HERRERA SOTOLONGO: Seiores Representantes:
de 31 de Enero de 1921 acort6 ese t6rmino a tres me- Yo quisiera complacer a S. S. sin abusar de la be-
sea. Vean los sefiores Representantes que habia o nevolencia de los sefiores Representantes. El proble-
inexperiencia o algo mas que fuera inconfesable en ma es dificil oe desarrollar, habia que acudir a mi-
aquella media de reducir un plazo de tres anos que nuciosidades de tal indole que seria necesario tener la
sefiala el C6digo de Comercio, a tres menes. Tal pa- list de la carter de cada una de las entidades ban-
rece que habia el deber o el includible deseo de que carias. Mas por curiosidad que por interns, mis por
esas instituciones no pudieran hacer pagos ni cumplir el celo de que se conserven esas instituciones que por
sus compromises, ni cumplir con sus acreedores ni otra causa yo he venido ahora a enterarmle personal-
satisfacer ni a unos ni a otros sus d6bitos, pareae mente de la situaci6n de todas ellas; en todas las Ins-
que habia el prop6sito de destruir la fuente de esa tituciones bancarias actualmente esthn en muy bue-
riqueza y la garantia de esos dineros nas condiciones, pero vera S. S. como yo apreaio esas
Es pues un problema claro, que no es nuevo, que buenas condiciones. S. S. toma la carter de un Ban-
la Cdmara lo ha conocido y lo ha discutido, pues se co, va escribiendo el nimero de acciones y el valor
trat6 cuando se discuti6 la Ley de 31 de Enero de que tienen, y el valor en el mercado de cada una
1921 y tambi6n lo estudiaron las comisiones. No es de esas acciones al examinarlo veri que las compafias
mas que la variaci6n de cifras porque ella fu6 obje- no han perdido sino ei cincuenta por ciento de la to-
to o efeato de un error, se crey6 que las institucio- talidad'del capital. S. S. me dirad y c6mo estin
nes bancarias podrian reunir sus acreedores fAcil- bien unas instituciones que han perdido totalmente
mente porque se crey6 que serian tres o cuatro mil el capital de carter que represent el de todos los
cuentacorrentistas, pero cuando se vi6 en la prActica accionistas, el de todos los cuentacorrentistas y el
que eran cientos de miles repartidos en todos los pue- de todos los acreedores del Banco? Y yo le voy a
blos de la Rep6blica se comprendi6 que era absolu- contestar, y por eso decia que tengo que descender a
tamente impossible el poder poner de acuerdo a las minucias y detalles que puedan cansar la atenci6n
tres cuartas parties de los mismos y aunque result de los sefiores Representantes. En los mementos de
poco menos que impossible poner de acuerdo a la mi- crisis, en los moments de pinico, cuando las bolsas,
tad de ellos, es una labor mis facil que se puede em- cuando los mercados econ6micos se disponen, cuando
prender con alguna esperanza de 6xito mientras que el extranjero esta a la espectativa de la casa para ver
no hay esperanza ninguna en poner de acuerdo a las la mejor manera de obtenerla, cuando todo el hori-
tres cuartas parties porque muchos de ellos ya han zonte se pone negro, cuando no hay un guia que se-
desapareaido y no pueden encontrarse. Y el Con- iale el Norte, no hay un marine que pueda navegar
greso no puede tener dudas de ningiun g6nero cuan- con Animo sereno. Y eso ocurre aqui. Los valores
do va a realizar un acto legitimo como es el de quitar que tenian un precio en el pasado segdn la garantia
de manos de un propietario que esta administrando y el cr6dito con que cada uno contaba, los hechos
mal su propiedad y se dirige al Estado y le pide que ocurridos los han hecho descender mAs que vertigi-
nombre otro administrator que le administre su pro- nosamente, y S. S. sabe cual es la finalidad de una
piedad porque el que actualmente se la administra, casa de banca que tiene que vender sus valores para
se la administra extraordinariamente mal, le pide que pagar sus obligaciones, y los valores que representan
encauce sus negocios porque va por un derrotero rui- cien pesos cuando van al mercado se encuentran co-
noso. Se ve que esas entidades estan animadas de tizados en las operaciones que se realizan dAndose so-
un espiritu naturalmente egoista que las impulsa a lamente tres o cuatro pesos por ellos. Si esas institu-
seguir viviendo y el Congreso no tiene derecho a ne- clones, se llegan a ejecutar materialmente, lejos de
garle ese auxilio esa cooperaci6n que piden para el concederles una pequefia tregua dandole tiempo pa-
mejor desenvolvimiento de sus intereses y mientras ra que puedan liquidar su carter, dAndoles tiempo
no haya una ley que regule el funcionamiento de las para que esas industries que se han paralizado y que
sociedades an6nimas, por la que se rijan estas nego- por la paralizaci6n de ellas no han podido pagar sus
ciaciones. Por eso entiendo que accediendo el Con- intereses, y eso ha producido la baja de esos valores,
greso a lo que se solicita habra cumplido con su de- si se contrae a restituirle la normalidad, entonces esas
ber dando a estos pobres acreedores, a estos pobres instituciones pueden pagar a todos sus acreedores,
cuentacorrentistas la esperanza de que algin dia pue- si por el contrario se violent con las medidas, enton-
dan resobrar sus riquezas perdidas con una nueva ces no podremos conseguir sacar. adelante a esas ins-
administraci6n mas pura, mas honrada, mas recta tituciones ni que los acreedores cobren un solo cen-
que no sea como 6sta que tiende solo a hacer desapa- tavo, y por el contrario vamos a facilitar negocios a
re:er las instituciones bancarias. una partida de especuladores hambrientos que estan
SR. PRESIDENTE (VERDEJA) : Se va a qar lectura como vulgarmente se dice a la caza, en persecuci6n
a la enmienda. de coger por unos cuantos centavos, el ahorro y el
dinero de infelices trabajadores que han sufrido pri-
(El Oficial de Actas, la lee nuevadnente). vaciones para lograr depositar su dinero en esas ins-
tituciones. Porque ademas, hay que tener on cuen-
SR. FREYRE DE ANDRADE (GONZALO) : Pido la pala- ta que no ha sido solo por una mala administraci6n
labra: Sencillamente para pedir que se me informed en esas instituciones que tenian un buen cr6dito, sino
a fin de poder votar a conciencia el proyeeto y la en- que ha sido el product de una crisis extraordinaria,
mienda; desearia que el senior Herrera Sotolongo, que grande, que hemos sufrido; y asi hemos visto la cri-
ha promovido este debate, explicara si 61 tiene algu- sis azucarera, la crisis comerdial, la crisis agricola,
nos antecedentes, si 61 conoce la situaci6n de los Ban- la crisis tabacalera, y por filtimo una crisis econ6mi-
cos que pueden acogerse a esa ley que 61 promueve ca de caricter official del Estado, que ha colocado al
hoy, para saber que se encuentran en disposici6n de pais en una situaci6n de banca rota artificial, y digo
no haber perdido el cincuenta por ciento de su capi- banca rota artificial, porque dentro de un poco, con
tal social o de poder pagar en un afio sus obligaciones. una tregua de pocos meses todo volvera a su norma-
SR. HERRERA SOTOLONGO: Pido la palabra. lidad.
SR. PRESIDENTE (VERDEJA) Tiene la palabra S. S. V6 pues, S. S., como con estos elements que le he


6









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 7

ofrecido, con estos detalles no tuviera bastantes, su- de Octubre del aio anterior, nosotros no sabemos quB
ficientes, para darse cuenta de la situaci6n porque ha pasado en el interior de los bancos en liquidaci6n.
atravesamos, yo podria demostrar a S. S. que a una El diez de Octubre del afio pasado de mil novecientos
persona a quien se ha retirado el credito, por muchos veinte sfibitamente ocurri6 en el pais una crisis ban-
valores que tenga, por muchas propiedades que tenga, caria. El senior Presidente de la Repilblica, sin con-
por muchas acciones que tenga, sus papeles, sus titulos tar con el Congreso que estaba cerrado, o no se reu-
y sus acciones, todo el mundo quiere arrebatdrselos por nia, trat6 de resolver la situaci6n mediante un decre-
la menos cantidad possible de dinero; y eso es lo que to llamado de moratoria, que parecia ser una radical
yo quiero evitar por medio de esta acci6n. Lograre- reform de todos los procedimientos de derecho has-
mos con ello evitar que a los bancos y a los deudores ta ahora conocidos. Este decreto no fue conmpartido
en general se le saquen a piblica subasta sus bienes, por nosotros en manera alguna nada mas que con
cuando realmente en los moments actuales esos bie- nuestro silencio; y a la sombra de l1 se han desarro-
nes no responden a los precious que rigen en el merca- llado multitud de operaciones de comercio que tam-
do y que no serAn suficientes para responder a esas poco conocemos ni sabemos si han $ido beneficiosas o
deudas; y seria preferible un poco de calma para perjudiciales. Posteriormente lleg6 un moment en
lograr obtener el restablecimiento de la paz moral que el Congreso tuvo que legislar y legisl6. Se en-
econ6mica y esas propiedades pudieran venderse a contraban los bancos separados en dos grandes gru-
satisfacci6n. pos. Uno, de aquellos que estaban cumpliendo todas
Yo voy a especializar mis, yo voy a citar una de sus obligaciones y las cumplian; otro, de' aquellos
las compafias que mis se inflaron, que asombr6 al que no podian cumplir sus obligaciones y no las
mercado. La Compaflia Licorera. Es una compaiia cumplian.
que se form con un capital de catorce millones de La ley que nosotros votamos, a pesar de su defec-
pesos, no valian todos seis millones de pesos, pues ten- tuosa informaci6n, ccntenia preceptos para tratar a
ga entendido S. S. que estdn garantizadas ls accio- esos dos grupos de bancos: el grupo que podia pagar
nes preferidas por su propia condici6n de preferi- sus obligaciones y el otro que no podia pagarlas: hay
das, con un valor de sesenta por ciento, y cualquiera precepts alli para tratar a los dos grupos. Quiere
que tenga un valor representative de acci6n preferi- decir que alguno de nosotros ose levantarse para ata-
da por un sesenta por ciento se encuentra conque su car a una de esas dos classes de. bancos? En mane-
acci6n ha descendido de una manera enorme en el ra alguna. No quiero ser ni acusador ni defensor
mercado, paralizindose de hecho la fdbrica, no pa- en este caso, pero indudablemente que existian esos
gando intereses, de todo lo cual se deduce que ha ha- dos grupos de bancos. La ley que nosotros votamos
bido un contubernio, una confabulaci6n, para para- y que puede tener sus puntos de critical, pero que in-
lizar todas las industries, para contribuir, para au- dudablemente va bien encaminada, estableci6 un ar-
mentar mks el descenso de los valores y para que la ticulo trece, ese que se trata de modificar, que esta-
cartera de esos bancos no tengan valor ninguno. Lo blece un possible acuerdo entire acreedores y deudores
que hace falta es que estas acciones, y que las car- de los bancos para que los bancos que pudiCramos
teras de esos bancos que representan muchos millones decir averiados, les fuera sin embargo, a pesar de sus
de pesos, no queden reducidos hoy a unos cuantos mi- averias, possible subsistir por un acuerdo entire sus
les de pesos, yo lo que pido es una tregua, un acuer- acreedores y deudores; pero decia el articulo trece
do entire deudores y acreedores que son los inicos que para que ese banco averiado pudiera subsistir
interesados, pido que se restablezca la normalidad, tenia la Comisi6n Bancaria que career o tener fe en
-que no intervenga el Poder Legislativo en obliga- que ese banco tenia todavia subsistente el cincuenta
clones de caricter civil-, y aunque ya por una ac- por ciento de su haber social bancario, y ademAs, des-
ci6n especial se arrebat6 de manos de los administra- pu6s de pasado un afo, podia hacer frente normal-
dores, de acreedores y de juices. Es necesario que mente al pago de todas sus obligaciones. Yo creo que
se le d6 oportunidad a esas instituciones y a los acree- el articulo fu6 previsor y debe mantenerse; a este
dores en general para que lleguen a un acuerdo con respect el banco que no tenga subsistente el cin-
sus deudores en aplazar, en liquidar todas sus obli- cuenta por ciento de su capital social, no debe permi-
gaciones y no se vean obligados perentoriamente a tirsele que continfie en sus operaciones. El banco
quemar sus carteras obligando a sus gestores de ne- que no ofrezca garantia en su carter a los que co-
gocios a realizar esas operaciones calamitosas. nocen esa carter, que en un afio no pueda ponerse en
-condiciones normales, tampoco ese banco debe sub-
SR. FREYRE DE ANDRADE (GONALO) : Pido la pa- sistir. Yo no conozeo lo que hay en esos bancos, yo
ara. quisiera defenderlos, yo lo que lamentaria es que,
SR. PRESIDENTE (VERDEJA) : Tiene la palabra S. S. siguiendo en sus operaciones, causando, indudable-
SR. FREYRE DE ANDRADE (GONZAIO): Sefior Presi- mente, perjuicio a todo el pais. jPero seria pruden-
dente y sefiores Representantes: Debo agradecimien- te ahora hacerlo subsistir? Yo no conozco mas que
to al senior Herrera Sotolongo, por la informaci6n un dato que es pfiblico y notorio. Yo conozeo el da-
que me ha dado, mejor dicho, por la informaci6n que to de que algunos de esos bancos, que yo no quiero
ha dado a la Camara, que no son realmente tan solo mencionar para que no se crea que vengo a atacar,
informaciones, sino que se puede decir que son has- como tampoco vengo a defender, uno de esos bancos
ta ilustraciones en esta material. Es indudable que tiene en el mercado sus checks y certificado de dep6-
el Congress, o por lo menos la Ctmara que es el Cuer- sito, cotizindolos al veinte por ciento de su valor real.
po Colegislador, en donde yo me muevo, durante es- Se que se estan moviendo, mano a mano, ciento de
ta crisis econ6miica ha actuado un poco la ciega ab- miles de pesos de esas carteras y se cotizan al vein-
soluta de los problems que trataba de resolver y te y hasta el diez y ocho por ciento de su valor.
siempre poniendo su.fe, porque asi tenia que hacerlo, Despu6s de 6sto me alegraria muchisimo de la res-
en personas extrafias a ella misma que se decian me- puesta del senior Herrera Sotolongo, porque estas no
jor informados que nosotros para resolver esos pro- son mas que consideraciones que baso casi en el aire,
blemas trascendentales. Ahora mismo, despu6s de porque he empezado a decir que estoy a obscuras en
haber ocurrido todo lo que ha ocurrido desde el diez el secret de esas liquidaciones bancarias y quisiera









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


que fueran lo mis claras y diafanas que fuera po-
sible; pero lo finico que sabemos es que se est6n co-
tizando esos checks al diez y oecho por ciento de su
valor, que las operacicnes se multiplican dia por dia,
que los valores bajan constantemente y que todavia
no ban tenido ni un solo paso de advance. Ante esta
situaei6n yo creo que el Congreso debe ser un poco
eauanime. Al proceder debe estudiar la situaci6n
de los bancQs, antes de lanzarse a modificar una le-
gislaci6n al amparo de la cual se han realizado mul-
titud de operaciones de cr6dito ya. No vayamos a
eaer en el defe.to de estar variandoles a los acree-
dores y deudores constantemente la legislaci6n para
que cuando a la sombra de una legislaci6n que creian
seria y permanent realicen determinadas operacio-
nes en el dia de mafiana, esas operaciones hayan re-
sultado perjudiciales cuando las crean beneficiosas
y beneficiosas cuando creyeran que iban a resultar
perjudiciales, porque el Congreso ha variado la Ley
de Liquidacion Bancaria, la Ley proteetora del acree-
dor y del deudor.
SR. FERRARA (ORESTES) : Pido la palabra.
SR. HERRERA SOTOLONGO: Pido la palabra.
SR. PRESIDENT (VERDEJA): Tiene la palabra el
senior Ferrara.
SR. FERRARA (ORESTES) : Seior Presidente y sefio-
res Representantes: Yo estoy en un todo de acuerdo
con el ,efior Herrera Sotolongo, salvo algunos por-
menores, y, para ser mis exacto, salvo alguna pre-
visi6n scbre el future que, como todos saben, el futu-
ro descansa sobre las rodillas de Jupiter. Luego es
impossible que nosotros podamos preverlo con toda
exactitud.
Este debate debiera asumir una enorme impor-
tancia, porque al mismo tierpo que resuelve el por-
venir de instituciones cubanas hace el process del pa-
sado y nos defiende un poco de la tacha de incapaci-
dad que nos han lanzado en estos dias con absolute
injusticia.
El Banco Espafiol y el Banco Nacional, los dos
principles bancos que se han debido acoger, primero
a la moratoria y despues han sido puestos en es-
tado de quiebra, fueron dos instituciones que tenian
el ochenta y cinco por ciento de la actividad econ6-
mica de la naci6n, y si durante mubhos afios,'a pesar
de tener en Cuba instituciones importantisimas como
el National City Bank, que es el Banco mas rico del
mundo, como el Royal Bank of Canada, que es una de
las instituciones mas importantes, como el Nova Sco-
tia Bank; si a pesar de existir en Cuba todos estos
bancos pudieron estos dos bancos tener ellos solos
el ochenta y cineo por ciento de la actividad econ6-
mica de Cuba, dejando a los otros. importantisimos
solamente 'el quince por ciento, significa que como
instituciones funcionaron bien, que tuvieron en su
direcci6n a personas mas o menos cap acitadas, que
pudieron come'er sus errors, y los cometieron, y que
no soy yo el que los defienda en esta Camara, pero
que son dos instituciones creadas para el bien de Cu-
ba y no para la estafa y el fraude.
Yo digo que el Banco Nacional de Cuba, y permi-
taseme que yo especialice, porque e3 la mejor manera
de entenderse, fu6 una instituci6n modelo hasta los
filtimos dias; que en pocos passes del mundo se en-
contraba una organizaci6n tan perfeota, debo deala-
rar, si la Camara me lo permit, que el finico client
,mio que borr6 la iguala y me eah6 a la calle durante
mi ausencia, fu6 el Banco Nacional de Cuba,. pero
nobleza obliga y la verdad obliga mas todavia que la
nobleza.
El Banco Nacional de Cuba fue una instituei6n


modelo, sirvi6 a la agriculture, a los bancos nacio-
nales azucareros; sin el Banco Nacional nosotros no
hubi6ramos alcanzado el grado de prosperidad que en
la producci6n azucarera hemos tenido. Por qu6 ca-
y6 el Banco Nacional? Cay6, porque en los eiclones
cae todo, lo mas resistente. Cuando en un pais con
un product del cual se hacen millones y billones de
unidades de ese product, que esta a dies centavos o
a veinte, y en pocos dias esta a dos centavos, no hay
instituci6n que pueda mantenerse. El Banco Nacio-
nal habia reunido con el margen debido, habia hesho
lo que hizo prudentemaente el Banco de Canada, lo
que hicieron los Bancos extranjeros, lo que hicieron
los propios bancos de los Estados Unidos mantenien-
do los valores cubanos de pignoraciones de azfloar.
Luego nada de extrafio, nada de extraordinario, na-
da de normal. El Banco Nacional cumpli6 como de-
bia cumplir con la economic national, porque el Ban-
co National fue especialmente azucarero. Y vino la
oa.ida national y con ella la del Baneo.
Esta es la verdad de las cosas. Hasta el dia que
vino la famosa transacci6n del senior L6pez Rodri-
guez. Entonces empezaron los procedimientos ma-
los del Banco, entonces no existia como' instituci6n,
fu6 cuesti6n de orden privado en la cual todos quie-
ren entrar; pero es deplorable que el Estado perdie-
-ra la garantia que tenia sore los dep6sitos; fu6 de-
plorable que un grupo de intermediaries burlando
al Banco recibiera como compensaci6n una cosa ab-
solutamente exagerada en relaci6n con los servicios
que ellos prestaban. Pero esto no entra en el pro-
blema que aqui ahora se dispute, es eosa una cuesti6n
de character privado que debiera remitirse a los Tri-
bunales de Justicia y ellos juzgarla.
El Banco Espaiol, por su part no suf'ri6 los efec-
tos del cicl6n de la misma manera que el Banco Na-
cional. El Banco Espafiol en lugar de azucarero y
agricultor, fu6 industrial, fu6 commercial, deaidido
protector de la industrial y del comercio ciudadano.
En el error cometido por el Banco Espafiol, error de-
bido a la audacia a que lleg6 su Presidente, hay algo
que nosotros debemos apreciar profundamente.
La mayor part de estas organizaciones fueron las
que facilitaron el dinero, estuvieran bien o mal ma-
nejadas, fueron estos bancos b!en o mal manejados,
fueron estos bancos los que hicieron los primeros
pr~stamos para favoreeer el ldesarrollo. de las indus-
trias. La idea de las industries, teniendo en cuenta
que las sociedades- ari6nimas en Cuba solamente exis-
tian en estado embrionario, se fu6 desarrollando bajo
la influencia de estos bancos que como ha dicho el
senior Herrera Sotolongo han contribuido poderosa-
mente a la civilizaci6n, interpretando su idea, repi-
tiendo sus pilabras. Todo lo que represent civili-
zaci6n; todo lo que representa adelanto, todo lo que
vemos en nuestro derredor, se debe a esos baneos, ya
que los bancos extranjeros de Cuba que solamente te-
nian el quince por ciento de las actividades obtenidas
con muchas dificultades y solamente estas dos insti-
tucioneo, que acaso fueran pr6digas para facilitar el
dinero, pero que realmente fueron de gran utilidad
para el desarrollo de los intereses generals de la
naci6n.
Donde el senior Herrera Sotolongo y yo nos divi-
dimos, donde nos separamos en la previsi6n del por-
venir. Estos dos bancos no se podrAn mas nunca le-
vantar, pensarlo es una quimera; hacer un esfuerzo
para lenvantarlos seria un esfrerzo est6ril que le da-
ria una vida artificial, no una vida real, no una
vida substantial. Todo banco que se cree ahora en
estos moments de agitaci6n moral, en estos momen-









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 9


tos de recelo, y es just el reeelo, ya que muchas han
perdido sus ahorros y muchos su capital. Todo ban-
co que se cree debe tener una enormie reserve y un
muy buen nombre. & Qu6 depositario iria hoy al Ban-
co National de Cuba despu6s de haber reeibido trein-
ta centavos por cada peso que deposit?
; Quien depositaria hoy su dinero en el Banco Es-
pafiol despues de haber reaibido veinte centavos por
cada peso que tenia en dep6sito? El Banco Espaniol
y el Banco Nacional representarian dentro de las ins-
tituciones bancarias un reeuerdo tan triste como el bi-
llete en Cuba en otras 6pocas qtue todo el mundo lo
repudia no obstante el grandisimo deseo que todos
sienten por resolver la crisis eaon6mica que hoy pa-
dezemos. De manera, que habria un enorme reeelo
contra esas instituoiones y la vida que le di6ramos
seria una vida ficticia que equivaldria a aplazar la
caida definitiva en dafio de los propios depositarios.
Pero si esto es verdad no es menos cierto que debemos
imperiosamente crear instituciones de credito cuba-
no. No hay naci6n donde no haya cr6dito national
no es possible que exist una actividad econ6mica sin
que exist colateralmente funciones bancarias. Sera
preaiso hacerlo, debemos ayudar a las instituciones
bancarias, debemos hacer que bajo la influencia de
una ley sabia estas instituciones disfruten de la con-
fianza de los accionistas y le den confianza a los de-
positarios para que ellos vayan a depositar sus di-
neros.
Pero todo esto es en tesis general, todo esto se re-
fiere a lo que fu6 y a lo que puede ser, a lo que per-
tenece al pasado y a lo que pertene2e al porvenir, pero
Scuil es el present? El present lo determine el ar-
ticulo trece, lo determine la modificaci6n que a este
articulo trece ha presentado el senior Herrera Soto-
longo. Segin el articulo trece dentro del termino
de un afio estos valores tienen que ser liquidados,
dentro de ese termino los que tengan algunos centa-
vos en sus areas realizarin grandes negocios en el
porvenir. Esto es lo que hace el articulo tree, den-
tro de un afio hay que sacarlo a pfblica subasta, den-
tro de un afio hay que hacer desapareaer lo que ac-
tualmente existe. C6mo se puede hacer? En qu6
forma se hara? La subasta sera la forma mis hon-
rada, imaginense los sefiores Representantes cuantas
negociaeiones privadas se podrAn hacer sobre estas
carteras de los bancos. Ahora una hipoteca de dos
millones de pesos sobre un ingenio que vale seis mi-
llones de pesos. Quien es el senior Representante
que podria fijar estos valores? Yo he visto, sefiores
Representantes, y me qued6 profundamente admi-
rado, ofrecer por un ingenio en la provincia de Orien-
te preparado para 80,000 sacos de azficar, con cuatro
caballerias de tierra, ofreeer la suma de $14,000. Se
ofreei6 esta suma a un individuo que represent al Go-
bierno en un Banco, el cual se, qued6 aterrado, y el su-
jeto que venia teniendome a mi como abogado, aquel se-
for inconmovible dijo: saquelo a subasta, a remate, y
ustedes verin que yo lo comprar6 por catorce mil
pesos, y yo me pregunto, puede ser una exageraci6n,
pero en esto hay algo de verdad. Quien hoy con la
incertidumbre del valor del azucar, con las dificul-
tades de obtener cr6dito, absolutamente cerrados to-
dos los creditos como hoy estAn, en la situaci6n pre-
sente de ruina. Qui6n puede ir de nosotros mismos,
de los que entire nosotros tenemos algfin capital, qui6n
puede ir tranquilo, serenamente a comprar ese inge-
nio por cantidad mayor? De manera que la hipote-
ca de dos millones de pesos, no valdrian nada absolu-
tamente en proporci6n, porque en este ingenio por
el cual se ofreeieron catorce mil pesos di6 el Banco


International mAs de un mill6n de pesos, y tiene un
mill6n de pesos de bonos hipoteoarios que se iban a
vender por esos catorce mil pesos. Pero piensen to-
davia mas, piensen en esos bancos que tienen segun-
das hipotecas, que tienen un mill6n de pesos de se-
gunda hipoteca despu6s de haber una primera ven-
cida de cuatrocientos mil. Quien puede comprar
esta segunda hipoteea aunque v.aliera tres, cuatro o
cinco millones de pesos el propio ingenio? Es cier-
to que esto estA garantizado todo dentro de los limi-
tes de la economic political, y dentro de los limits
de la previsi6n honrada que todo hombre diligente
Ileva a sus negocios, pero dentro de la practice, si
vais a poner un mill6n de pesos en esta segunda hi-
potema, y tennis cuatrocientos mil pesos de la pri-
mera, si los Bancos estan cerrados, y si el credito es
completamente male, y si' el negocio aparece como en
ruina para todo el que lo haga, c6mo es possible que
nadie lo haga ?
SR. GIL (HELIODORO): De. ahi la moratoria que
nosotros queriamos para evitar ese desastre.
SR. FERRARA (ORESTES) : YO no s si la moratoria
hubiera dado resultado, pero la moratoria, oidlo bien,
es un medio, no es un fin, y el error del Ejeautivo
pasado fu6 preoisamente esto, confundir la morato-
ria como si fuera un fin, cuando era exclusivamente
un medio dentro de aquel parentesis en que se hu-
biera debido revolver la crisis. En cambio nos acos-
tumbramos a career que era muy facil poder vivir eco-
n6micamente cuando habia una ley que nos venia
a deeir que es facil pagar, y esta es la causa, esta es
la finalidad en la cual hoy nos encontramos a con-
secuencia de aquella moratoria. Ahora, si dentro del
afo se le pide la liquidaci6n bancaria, yo aseguro que
el Banco Espafiol y el Banco Nacional, darn el quin-
ce por ciento, si acaso como -maximum; si eni cambio
hay mis tiempo, no mas tiempo para que perdure
e-tc estado de cosas por largos afios, se puede llegar
a Ic que decia el senior Herrera Sotolongo, a un buen
entendimiento, a la buena relaci6n entire acreedores y
deudores, haciendolo de buena fe, y entonces pudi4-
ramos alcanzar 6xitos, y por lo menos, hacer perder
a estos seiores, la menos cantidad possible. Esta eg la
realidad. Los bancos no constituyen entidades pri-
vadas, sometidos exclusivamente al Deresho Privado.
En los Bancos los elements esenciales y los elemen-
tos principles son los depositantes, de manera que
los baneos son unas instituciones, son casi de Dere-
cho Pfiblico, tienen much, desde luego, de Dere3ho
Privado en sus relaciones, pero como instituciones en
si, son de Dereeho Pfiblico; luego es preciso' que la
Camara de Representantes, como el Poder Legisla-
tivo y el Poder Ejecutivo entienden que los depo-
sitantes de los bancos necesitan un poco de'su pro-
teeci6n.
Aquellos ciento veinte mil depositantes de que ha-
blaba el senior Pedro Herrera Sotolongo, por lo me-
nos, nosotros le debemos a aquellos, un poco de ayu-
da, y procurar que en estos moments pierdan lo me-
nos possible.
El present, debiera ser, a mi entender, permitir
la transacci6n entire el deudor y el aereedor, y dejar
como decia el senior Herrera Sotolongo, que despu6s
de haber obtenido el cincuenta por ciento debido a
un arreglo con los acreedores, y un cincuenta de los
deudores, que ellos puedan armonizar y puedan es-
tablecer otras soluciones; y en esto me diferencio del
senior Herrera Sotolongo, en la no prolongaei6n de
las instituciones banearias, y en la forma de liqui-
daci6n de bancos.









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


Estas son las ideas que yo he querido expresar,
quiero que el debate debiera ser muy complete, de-
bemos ser muy cuidadosos en esto, y que las deci-
siones sean muy serenas, porque se trata de una de
las cuestiones mas importantes de nuestra naciona-
lidad, que nacionalidad no significa solanmente una
bandera, significa todos los atributos de las ramas
econ6mica, political e intellectual, y que todo concu-
rra a former un conjunto dentro de un todo los que
como Cuba tienen un pasado hist6rico que abona el
derecho a disfrutar de esta existencia.
SR. PRESIDENT (VERDEJA): Tiene la palabra el
senior Herrera Sotolongo.
SR. HERRERA SOTOLONGO: Sefior Presidente y sefio-
res Representantes: Yo tambi6n hubiera deseado co-
mo acaba de expresar el doctor Ferrara, que hubie-
ra tenido la importancia y trascendencia que el pro-
blema en si tiene, pero bien sea porque de las ex-
plicaciones que han oido los sefiores Representantes,
o bien porque la necesidad.de variar la forma en que
esta establecida la liquidaci6n de estas necesidades
son perentorias, lo cierto es que el debate va a aquedar
limitado a la intervenci6n, para oponerse y Ilevar a
cabo la modificaci6n, de mi querido amigo el doctor
Freyre de Andrade. Oposici6n que desde luego yo
consideraba como de una extraordinaria importancia,
dada la autoridad que a todos sus actos le ha concedi-
do siempre y el respeto que sus opinions tambi6n
me han merecido, pero hoy que 61 ha empezado por
decirme que 61 desconoce el problema y que lo iba a
tratar solamente, esbozhndolo, y que no podia com-
prender todavia cuMl habia sido el motivo del con-
flicto ni el desarrollo que 61 habfa tenido, ni sabe
cuales eran las garantias que habian dado determina-
das instituciones para responder a obligaciones con-
traidas con el Gobierno. Yo no quiero dejar pasar
esta oportunidad sin darle nuevos elements a mi
querido amigo, sabedor de que es una inteligencia
clara y una voluntad serena que deja que le con-
venza, que oye los arguments y que su conciencia
no puede resistirse nunca a prestar el apoyo que debe
prestarle a las leyes que son buenas y provechosas y
que pueden traer grades beneficios a su propio pals.
La opinion sustentada en principio por mi queri-
do amigo particular, el doctor Freyre de Andrade,
es una opinion espont6nea....
"SR. FERRARA (ORESTES) : Politica tambi6n
SR. HERRERA SOTODONGO: Political tambi6n. Los
que mas pr6ximos se encuentran de nosotros son los
que defienden la integridad del Partido Conservador,
los que quieren confundirse con la mezcla que se lla-
ma Liga Nacional. Y el doctor Freyre de Andrade
es la bandera que flota mas elevada...
SR. REY (SANTIAGO) : El senior Freyre de Andrade
ha aceptado la Liga Nacional con todas sus consecuen-
cias.
SR. HERRERA SOTOLONGO: El doctor Freyre de An-
drade no hace mAis que dar una prueba de su gran
discipline.
SR. PANADES (JOAQUIN): Estamos perfectamente
unidos el Partido Conservador y el Partido Popular.
SB. PARDo SUAREZ: El senior Herrera Sotolongo ha
empequefiecido el debate trayendo la political a es-
te asunto.
Sn. FERRARA (ORESTES) : En este caso lo ha ame-
nizado.
SR. HERRERA SOTOLONGO: No habrh oldo el senior
Pardo Suarez una interrupci6n mia a ningfin ora-
dor. Lamento haber molestado a S. S. que tan
cort6s se muestra con los dem6s compafieros.


SR. PARDO SUAREZ: Siempre he oido y oigo con
gusto a S. S.
SR. HERRERA SOTOLONGO: Yo esperaba que de mis
palabras hubiese salido el convencimiento para el
senior Freyre de Andrade, pero desde el moment que
e'l senior Freyre de Andrade muestra sus dudas, sus
reparos, que cree que mientras no se pruebe que el
capital mantiene el cincuenta por ciento de su efec-
tivo, no debe hacerse ,nada por esa instituci6n, yo
quiero traer datos a la consideraci6n de mi querido
amigo para que pueda modificar su criteria y al
mismo tiempo he de aprovechar la oportunidad para
ofrecerselos tambi6n a mi querido amigo politico y
particular el doctor Ferrara.
SR. 1EY (SANTIAGO): Est~ seguro S. S. de que
es politico tambi6n?
SR. HERRERA SOTOLONGO: En dias pasados tuve mis
dudas; hoy he adquirido ese convencimiento. Yo
voy a ofrecerles elements para que vean que esta-
mos de acuerdo, especialmente el doctor Ferrara y
yo en la finalidad. Yo no pongo en la ley niodifi-
cando el articulo trece que las instituciones han de
reorganizarse ncesariamente o han de liquidarse ne-
cesariamente; lo que digo es que si hay acuerdo en-
tre acreedores y deudores, que no se fuercen las li-
quidaciones, que no se Ileve al mercado a ejecutar a
nadie, que el deudor y el acreedor que se ponen de
acuerdo a ampliar a uno, dos o tres afios la liquida-
ei6n, que ellos mismos se entiendan, y que ellos de-
jen que la nave vaya siguiendo su rumbo lentamente
hasta que el mercado se preste a liquidar los valores.
SR. GIL (HELIODORO) : jMe permit una interrup-
ci6n?
SR. HERRERA SOTOLONGO: Con much gusto.
SR. GIL (HELIODORO) : LY si result que a estas
horas los que se han entretenido en esas operaciones
de comprar al veinte y treinta por ciento valor esos
checks, se ponen de acuerdo con los accionistas y re-
suelven liquidarlo todo y adjudichrselo todo? i Cual
es la situaci6n de desamparo en que quedan los de-
mAs acreedores de esas instituciones? Eso seria tre-
mendo, y de ahi que hay que meditar much las con-
secuencias de la media que se adopted. No quedarian
completamente indefensos todos esos acreedores de los
bancos que todavia no han hecho reclamaci6n alguna
confiados en que sus interests estan en buenas manos.
SR. HERRERA SOTOLONGO: Voy a explicarle a S. S.
Eso no puede ser. Loss corredores debancos por con-
cepto de cuentas corrientes estAn obligados a vender
al diez y ocho y al veinte por ciento sus checks cer-
tificados, porque ese articulo treee les impide reali-
zar operaciones, lo mismo que otros articulos que
son enteramente licitos.
Pero este debate se extenderia lo impossible si fu6-
ramos a analizar todos los casos y si fu6ramos a traer
para que cada Representante los conociera, todos los
pormenores.
Yo voy a decir al sefor Gil el por qud de la venta
de esos certificados al veinte por ciento....
SR. FERRARA (ORESTES): LMe permit el senior He-
rrera Sotolongo una interrupci6n, con la venia del
senior Presidente ?
SR. HERRERA SOTOLONGO: Con much gusto.
SR. PRESIDENT (VERDEJA): Tiene la palabra el
esfior Ferrara.
SR. FERRARA (ORESTES) : El cincuentaa y uno per
ciento no es para apropiarse de los fondos, sino para
determinar la forma de liquidaci6n, y con 6sto se si-
gue el principio general que desde la political ha sido
llevado al campo de los negocios, que la mayoria de-
termine las reglas que se deban seguir; pero no pue-









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 11


den apropiarse de los fondos del banco porque ten-
gan el cincuenta y uno por ciento.
SR. GIL (HELIODORO) : Pero la mayoria de los que
tienen esos credits pueden decir: adoptamos el acuer-
do de liquidar a todos los acreedores con el ochenta
por ciento de descuento, porque es en lo que valoramos
los credits tales y cuales.
SR. FERRARA (ORESTES): Es un acuerdo siempre
de mayoria y minoria, o de acreedor y deudor.
SR. GIL (HELIODORO) : Yo lo que no quiero es que se
obligue por una ley del Congreso, porque yo soy acree-
dor de un banco, a liquidar mis fondos con un ochen-
ta por ciento de descuento. Yo espero cobrar, eh de-
finitiva, por lo menos, el cincuenta por ciento de
mi crudito.
SR. PRESIDENTE (VERDEJA) : Continuie el senior He-
rrera Sotolongo.
SR. HERRERA SOTOLONGO: Yo voy a explicar al se-
fior.Gil que el principal fin de esa ley es evitar eso
que 61 propone.
Hoy se estdn vendiendo los cheeks certificados a
diez y echo y veinte por ciento por algo que estA
interpretando la Comisi6n Liquidadora, que es una
verdadera aberraci6n. Hoy no se admiten los checks
certificados para responder a las deudas con el Ban-
co. Si un cuenta correntista tiene cien mil pesos y
se encuentra con un acreedor del Banco que adeu-
de a este cien mil pesos, podria venderle su check pa-
ra que pagara y compensara, pero no puede hacerlo
hoy, porque la Comisi6n entiende que las compensa-
ciones no deben ser permitidas.
Ahora, evitando que esos checks certificados pier-
dan su valor, permitiendo las compensaciones, los
arreglos y transacciones, ese temor que tiene el se-
fior Gil no se puede presentar, porque no hay nadie
mrs conservador que el dinero, como dice n'uy bien
el senior Freyre de Andrade, y conservador como es
el dinero, no hay ninglin tenedor de checks que los
haya adquirido por el veinte por ciento, que quiera
matar la liquidaci6n por un pequefio valor.
' Yo quisiera entrar en el detalle de las causes del
conflict bancario para que el doctor Freyre de An-
drade se diera cuenta de c6mo ocurri6 ese conflict
y para que viera, complementando las explicaciones
que ha dado el doctor Ferrara, que no fue culpa de
los directors de los bancos, sino del mercado que
trajo el conflict en veinte y cuatro horas. Los ban-
cos, que no son cajas de depositar dinero inactive,
que reciben dinero de los cuenta-correntistas para co-
locarlo a interns, tenian colocado, en el auge de ri-
queza porque atravesaba la Repiblica, cada uno de
los bancos, mks de cuatrocientos millones de pesos
que tenian muertos los duefos de esos capitals y que
habian depositado en esas instituciones, esperando
que la situaci6n empeorase para dedicarse a la com-
pra de fincas a bajo precio. Habian adquirido las
propiedades tan enorme precio en Cuba que nadie
queria comprar. Dos zafras continuadas estuvieron
guardadas en los Bancos Nacional y Espaiol y en los
demis bancos de Cuba y los encargados de esos ban-
cos que no podian tener inactive ese dinero, empe-
zaron a prestarlo y con ese dinero, como dijo muy
bien el doctor Ferrara, y yo habia explicado antes,
se habian fomentado industries, se habian desarrolla-
do grandes repartos, se habian hecho grandes com-
pafiias que habia ayudado al comercio, se habian re-
partido esos ochocientos millones de pesos y en el mo-
mento de venir la crisis empez6 todo el mundo con
su temor a querer realizar sus propiedades, atentos
al disfrute, por el bajo preeio de las cosas, de las ca-
sas y de las propiedades. Y entonces, sabe el senior


Fre)yi de Andrade el efecto econ6mico cual fue, fu6
la expolosi6n. Todos los cuenta-correntistas que lle-
vaion u] banco sus dineros, los quisieron sacar para
hacker grandes negoeios, aproveahando la oportunidad
de la baja y el Banco se encontr6 que el dinero que
'iabia pl estado con magnifica garantia no podia de-
volverlo en veinte y cuatro horas. Se busc6 enton-
ses el amedio de resolver el problema y se dict6 el de-
creto de moratoria.
Protestaron todos, pero no habia ni otro remedio
ni otra soluci6n, se consult a economists, experts,
a hacendistas y no habia quien diera un medio para
que los bancos le dijeran a sus cuenta-correntistas:
en las cajas tenemos tanto dinero. Se vi6 que los ban-
cos extranjeros de Cuba estaban igual que los demis
bancos nacionales; se acudi6 a los Estados Unidos, a
los bancos de esta naci6n y-as6mbrense los que no lo
saben-en los Estados Unidos la crisis era pear y
no habia quien pudiera dar la suma que se necesita-
ba para resolver el problema, los ochoeientos millones
de pesos. Se vieron las carteras de los bancos y 6s-
tas tenian firmas de cr6dito o bones del Tesoro o
acciones de'garantia, obligaciones todas de gran sol-
vencia. Bien es verdad que las negociaciones hechas
por los directores hubieran podido ser censuradas,
pero las operaciones de credito no podian ser tacha-
das. Pero aquellos sacos de azuicar que valieron
veinte y tres centavos bajaron a dos y uno y medio
libra, se vi6 que no valian ni la mitad de lo que re-
presentaban en la pignoraci6n y ese fu el conflict.
Se di6 el decreto de moratoria, finica formula de sal-
vaci6n aunque por ella se censurara al Ejecutivo, no
hay que hacerlo con injusticia, todo gobernante que
hubiera estado en el Poder, err6nea o no la media
para poder retirar de los bancos aquella inmensa co-
la de hombres que amenazaban provocar una pertur-
baci6n de orden piublico con una amenaza a la vida
de los directors y enmpleados de esos bancos.
Se dict6 esa ley e inmediatamente surgi6 algo que
el Congress debe conocer, se fragu6 una conspiraci6n
en los Estados Unidos por grandes banquercs y enti-
dades banearias para destruir el comercio en Cuba y
hacerlo desapareaer juntamente con los bancos y de
ahi vino la Ley de Liquidaci6n Bancaria que aunque
parece ser proyeeto de uno de nuestros financieros,
esta colocada en el modelo que se di6 por un miem-
bro de esa Comisi6n, y no ha tenido ninguin escru-
pulo en decirlo a los cuatro vientos para que aparez-
ca en todos los peri6dicos. Y las maquinaciones que
luego se han llevado a cabo, en determinada forma
para oprimir a muchos de esos accionistas de manera
violent, arrasando con el capital de los eubanos por
medio de esas liquidaciones bancarias que tiene todos
los aspects de un hecho fraudulent.
Como ve el senior Freyre que queria tener noticias
de las garantias que di6 el Banco Nacional al Esta-
do, y aunque este no es el problema que se debate,
aunque no tenemos que entrar en 61, a menos que
no sea para deeir que el Gobierno usurp6 facultades
por medio del Secretario de Hacienda sin que hayan
aparecidos despubs aprobados por medio de decretos
del Presidente de la Repfiblica saliente y constitu-
ytndose en el Banco Nacional a las dos de la mariana
y reunida la Directiva del Banco Nacional y que-
riendo apremiar a determinado deudor obligaron a
uno de ellos a presentar sus valores, a ofrecer todas
sus riquezas en garantia y se tomaron como garantia
formal nueve millones de pesos en bonos hipotecarios
sobre los ingenious "Espafia" y "Reglita" y quinien-
tos mil pesos en bonos del acueducto de Cienfuegos
y veinte y cinco mil pesos de una acci6n del Banco








12 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES

Nacional. Toda combinaci6n que se queria tramar es desesperada; yo sostengo que aqui no ha habido
contra determinada persona no era mias que para una quiebra industrial ni una quiebra econ6mica, si-
arrebatar el Banco Nacional y convertirlo en Banco no una quiebra de la confianza pfiblica, una falta de
Depositario en Tesoreria de la Repiblica y de esa fe de cada uno de nosotros en cada. una de las otras
manera hacer un negocio con los otros edificios que personas que con nosotros conviven, que aqui ha habi-
posee el Banco Nacional, como garantia para el Es- do una crisis do la confianza, no solo en los Bancos,
tado de la deuda de mas de 500 mil pesos en pagarss no solo en la e onomia, en la industrial y el comer-
de la quiebra Lezama, que ninguin valor tienen. Esos cio, sino una quiebra en un moment dado de todos
son los valores que se han ofrecido al Gobierno, pero los valores moreles de.la Rcpfiblica, unos y otros nos
ningfin Secretario, ni ningfin Gobierno por medio de miribamcs preguntindonos en qui6n se podia tener
su Se2retario de Hacienda tiene derecho a incautar- confianza en una 6poca de liquidaci6n total. Pero
se de ello ni tomarlo como garantia para el pago de creo que la confianza se reconstituye, creo que todos
sus deudas porque no se ha resuelto todavia si el Es- nos vans convenciendo de que en Cuba hay dinero,
tado es un acreedor preferente o si el. Gobierno tie- que esti escondido y que hace falta sacarlo otra vez
ne que entrar en el block de acreedores que adeuda a la circulaci6n inspirAndole confianza con nuestra
de buena fe. Lo que se puede hacer, lo que puedo actuaci6n economic y juiciosa y con una legislaci6n
decir a S. S. es que el Gobierno tiene tres millones apropiada. No es possible que despues de pasar un
de pesos en valores que fdcilmente se pueden vender afio de 1920 en que la balanza del comercio se incli-
porque son valores que bien ppeden responder al n6 tanto en favor nuestro que hubo una ganancia de
cumplimiento del contrato entire el Estado y el Ban- mis de cuatrocirntos millones de pesos, y despues de
co Nacional. otro afio 1919 que lleg6 a dcscientos diez y seis millo-
Ya ve pues, el senior Freyre de Andrade que no nes de pesos y despues de otro afio 1918 en que casi
tratamos de forzar la mano, que como decia-el senior lleg6 a esa misma suma sin que se viera por d6n-
Ferrara, es hora de llegar a tiemipo para que los va- de escaparon todos los cientos de millones que
lores sean bien vendidos y de acuerdo con lo pro- ccnstituyen una riqueza viva en nuestro pais, sin
puesto por el senior Ferrara que los acreedores y los que nosotros conozcamos y podamos determinar
deudores acuerden dentro de sus convenios que seria cuales son los caminos por los cuales esos millones
mejor y mas beneficioso para sus intereses, si liqui- de pesos en efectivo han escapado de nuestro pais.
dar las instituciones bancarias o reorganizando otras Asi yo creo (qu en Cuba hay una producci6n que
que se encarguen de liquidar 6stas en cualquier for- asombra al mum do, porque en un aiio de verdadera
ma que se haga siempre que no haya un plazo peren- crisis en que h:t faltado el numerario y el credito,
torio para poder defender los derechos de los mis, hemos Ilevado a, mercado casi cuatro millones de to-
derecho que debe estar garantizado por la Ley que neladas de aziiear, hemos aumentado nuestra produc-
actualmente dispute este parlamento. ci6n de tabaco y de caf6, y Cuba despu6s de pasar
*(Aplausos). tantos afics luchando por la Independencia, tantos
afios de labor ardua frente a mercados que se nos
SR. FREYRE DE ANDRADE (GONALO) : Pido la pa- quedaron cerrados, y que aparecen hoy generosos ex-
labra. tendi6ndoles sus manos al mundo entero para ofre-
SR. PRESIDENTE (VERDEJA): Tiene la palabra el eerle su azficar, su tabaco y su cafe. Creo que debe-
sefior Freyre de Andrade. mos reconstruir la confianza y que de esta manera
SR. FREYRE DE ANDRADE (GONZALO) : Sefiores Re- la reconstruimos, hemos escapado de los moments
presentantes: Pudiera mostrarme orgulloso por ha- de peligros verdaderos, que hubiera sido aquel en
ber promovido este debate con mis preguntas si en que sacado a re:nate alguna propiedad inmueble, al-
mi no correspondiera otra cosa que no fuera el papel gun ingenio de azficar o alguna colonia de cafia.
de curioso investigator, y much mis orgulloso pu- Pero en honor a nuestros bancos nacionales y extran-
diera mostrarme si el papel que me correspondiera jeros tambien, en honor al capital que en Cuba se
hubiera sido uno de los hermosos y razonados dis- mueve, podemcs afirmar en este moment que ha ha-
cursos que han pronunciado aqui esta tarde los se- bido prudencia, que ha habido temperancia, y que
fiores Herrera Sotolongo, contestindome e ilustran- ningfin acreedor ha querido ilevar a la ruina, a la
dome, pero much mis orgulloso me muestro por las quiebra, al deudor.
frases del senior Herrera Sotolongo dentro de su be- SR. MAZAS (ENRIQUE) : No podrian hacerlo.
nevolencia ha querido tener para mi amistad y que SR. FREYRE D. ANDRADE (GONZALO) : Podian ha-
ha pronunciado en mi favor, pero tengo que rectifi- berlo hecho, porque en este moment no hay ninguna
earle que no soy un opositor al proyeeto de ley de su traba para la actuaci6n del juicio ejecutivo, y son
sefioria. El sefor Herrera Sotolongo habrA venido multiples, no an los problems azucareros, senior Ma-
a esa conviction por mi pregunta de hoy o por mis zas, en donde hay dificultades entire deudores y acree-
negativas en dias anteriores a firmar el proyecto de dore-. En los problems azucareros, las obligacio-
ley que hoy se discute; pero puede saber el senior nes fueron contraidas cuando los preeios eran mejo-
Herrera Sotolongo que mi actitud tanto al negarme res del que ahora realmente tienen. Yo no conozco
a firmar su proyeeto de ley en dias anteriores comlo ningfin hacendado ni colono de los que han pagado
al pedirle explicaciones en el dia de hoy no ha sido la deuda del pasdo afio que se le hayan rematado sus
la' de un opositor, sino la de un Representante mal propiedades. Yo quiero que se me diga, porque a
informado,que queria la informaci6n que ahora tiene pesar de que vivo en Cuba, y estoy relacionado con
para poder impartir con su aprobaci6n, con su voto, elements dentro de la industrial azucarera. que son
el proyeeto de ley que se dispute. Si la tendencia de prcductores y compafieros mios, quiero que se me di-
ese proye.to de ley seguin yo saco en consecuencia a cul central o colonial de cafia se ha sacado a re-
dentro de la manera de apreciar las palabras no es mate, porque yo lo desconozco, y realmente quisiera.
otra que la tendencia de evitar liquidaciones o eje- que se me diera cl nombre del colono que a virtud de
cuciones nadie mAs que yo o nadie mejor que yo pue- su credito hipotecario se le han rematado sus bienes.
de ser favorable al proyeeto de ley. Hay que confesar que ha habido temperancia y hasta
Yo sostengo que nuestra situaci6n no es mala o no prudencia, que no era de esperarse de nuestros acree-









DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES 13


dores, y que por eso, nosotros debemos coadyuvar a
ese empefio que ellos han tenido de evitar en lo posi-
ble los juicios ydlas liquidaciones y aprobemos esa ley
para evitar crear una situaci6n de neeesidad a los
bancos en liquidaci6n, que exigirAn inmediatamente
el pago de sus deudas a los que en estos moments
le resultan sus deudores. De manera que segfn la
explicaci6n que me han dado y que yo acepto como
buena, porque se basa en razones y en hechos inne-
gables, lo que se quiere evitar es una liquidaci6n ju-
dicial y que tengan los bancos que Ilevar a sus deu-
dores a esos procedimientos. Si eso es asi, yo le im-
parto mi aprobaci6n a esa ley y creo que hemos apro-
vechando el tiempo dedicado a este asunto.
SR. G L (IIELIODORO) : Pido la palabra.
SR. PRESIDENT (VERDEJA) : Tiene la palabra S. S.
SR. GIL (HELIODORO) : Sefior Presidente y sefiores
Representantes: Yo quiero en este asunto que se
dispute hacer ligeras consideraciones para que el voto
se emita de una manera consciente, y se pueda legar
a la conclusion de cuAl es el verdadero motivo de esta
ley, porque de todo lo que se ha dicho, que ha sido
bastante, se ha dejado de decir algo muy important
que se trasluce del texto del articulo nfimero tree,
que sustituye el de la ley de 31 de Enero de 1921,
que dice: que cuando los acuerdos celebrados entire
transacciones o arreglos representan la mitad nims
uno de los accionistas... (Sigue leyendo).
Transigir, es ceder cada uwo de los litigantes una
parte de su derecho, pero arreglo, no es ceder cada
uno una parte de su derecho.
SR. FERRARA (ORESTES) : Es decir, ponerse de
acuerdo.
SR. GIL (HELIODORO): Vamos all. Se van a
poner de acuerdo qui6nes? Yo soy tenedor de
la mitad mas uno de las acciones, y tengo dinero su-
ficiente para comprar al precio actual, la. mitad mias
uno del capital adeudado, y para que no haya confu-
si6n de derecho lo pongo a nombre de mi hermano,
que va a solucionar perfectamente conmigo el asunto,
no hay transacci6n, no hay mas que la cesi6n de una
parte de su derecho del capital adeudado en bene-
ficio de los accionistas, y en este caso se puede decir
aquella frase que viene al pelo de Juan Palomo: yo
solo me lo guiso y yo solo me lo como. El cuarenta y
nueve por ciento restante lo hemos dejado en la ino-
pia, nos hemos puesto de perfect acuerdo mi herma-
no y yo y hemos solucionado satisfactoriamente para
nosotros nuestro asunto. No queda nada, es decir
que los tenedores de acciones no ceden nada al capi-
tal adeudado. Respecto a las consideraciones que se
han-hecho referente a la importancia de estas insti-
tuciones bancarias, estoy conforme con algunos de los
juicios emitidos por el senior Ferrara, en lo que res-
pecta al benefieio que reportaron al desenvolvimien-
to de nuestra riqueza piblica, tenemos que reconocer
tambi6n que muchas de esas instituciones, tales como
el Banco Nacional; que tuvo siempre en su poder vein-
te, veinte y cinco o treinta millones de pesos del Es-
tado para no pagar por 61, un solo centavos de in-
teres, prestindolo al diez por ciento durante quince
o veinte afios que ha llevado ese banco de existencia,
no era motivo suficiente la quiebra en las pignoracio-
nes de azficar para que ese banco fuera al desastre.
Lo que oeurri6 en ese banco es que los negocios que
se hicieron para levantar determinadas industries en
el pais, se hicieron por medio de sociedades an6ni-
mas. Hubo un capital de acciones de agua, general-
mente regaladas, a los que habian prestado, en los
consejos de administraci6n su apoyo a esas socieda-
des que se formaban, y lo que es natural, los negocios


buenos eran para esos seiores de los consejos de ad-
ministraci6n, y los malos eran para los propios ac-
cionistas del banco,. para los cuenta-correntistas y pa-
ra los de cuentas de ahorro.
Cuando empezaron a 'hacerse las pignoraciones en
la pasada zafra, todos saben que lo que se pignoraba
en veinte se repignoraba en treinta, y cuando la
quiebra se produjo y la baja se acentu6, los adminis-
tradores de bancos no querian que se vendiera en ca-
torce o quince, porque a la vez que se realizara una
venta tenian que reintegrar en pago de sus repigno-
raciones, el double de lo que iban a percibir, y estaban
en situaci6n muy comprometida por esa circunstan-
cia. Si nosotros votaramos hoy sin estudiar de ma-
nera detenida el alcance de esta proposici6n de ley,
Ses possible que si a estas horas la Comisi6n Liquida-
dora Bancaria ha entregado los mejores cr6ditos a
determinados acreedores, compensando cr6ditos que
no eran contpensables; si por otra parte el Estado se
ha llevado una gran parte de los creditos buenos y
s6lo quedan los creditos malos, esos ermditos que pue-
den ser liquidados por una cantidad insignificant,
llevaremos al desastre a los que han estado esperan-
do hasta filtima hora y no han querido vender sus che-
ques. Por ejemplo, yo soy acreedor del Banco Na-
Scional y no he querido vender mi credito; pero si esta
proposici6n de ley llegara a cristalizar, tendria que
romperlo inmediatamente, porque yo quedaria den-
tro del cuarenta y nueve por ciento de los tenedores
del capital adeudado y victim del cincuenta y uno
por ciento de los que en esas sociedades an6nimas
acordadas por ley del Congreso disponian a su an-
tojo de los intereses pfiblicos.
SQuien no sabe en Cuba que las sociedades an6ni-
mas han sido verdaderas ladroneras? Aqui los hom-
bres que han constituido esas sociedades lo primero
que han hecho al poner su capital ha sido una emi-
si6n de bonos, y han sido ellos los acreedores de esos
bonos, y despu6s con el control de las acciones de
agua han tenido que adquirir otras deudas los mis-
mos infelices que han creido en el nombre honrado.
de las sociedades an6nimas, se han encontrado con
que esos mismos han ejecutado. Y precisamente en,
estos instantes cuando empiezan a ejecutarse, vere-
mos que los colonos no cobrarAn, el sudor suyo hon-
rado se quedard entire la ejecuci6n de esos acreedores
bonistas que tambi6n fueron tenedores de una gran
cantidad de acciones de agua de esa compafiia.
Cuando aqui se sancione previamente por la ley la
responsabilidad penal de los que forman los conse-
jos de administraci6n para llevarlos a las galeras de
los presidios, entonces si esta ley fuera acceptable,
pero mientras nosotros no hagamos eso, pondremos
unos cuantos millones de pesos mAs para los honora-
bles que de tal presumen, liquiden el cuarenta y nue-
ve por ciento del capital adeudado de los que depo-
sitaron creyendo en la buena fe de esas instituciones.
Se sabe la decision de la Comisi6n Liquidadora Ban-
caria que no mnnda a devolver y a considerar con
derecho preferente al que deposit, despues de la
moratoria, su dinero en esos bancos, porque en ellos
se puso un cartel diciendo que las nuevas cuentas no
estaban sujetas a moratoria, y los que creyeron ha-
cer un favor a esas instituciones, estin ahora en si-
tuaci6n dificil.
Por esto, sefiores Representantes, yo termino pi-
diendo la suspension de este debate, a fin de que ca-
da uno de vosotros apreciando el perjuicio o benefi-
cio que se pueda producer con esta ley, si tiene ne-
cesidad de hacer enmiendas, las haga en la pr6xima
sesi6n. Termino haciendo esta proposici6n a la Ca-









14 DIARIO DE SESIONES DE LA CAMERA DE REPRESENTANTES


mara y le ruego que la acuerde para que en la pr6-
xima sesi6n adoptemos un acuerdo en consonancia
con los intereses que se encuentran ligados a esta
cuesti6n.
SR. PRESIDENT (VERDEJA): Se pone a votaci6n
la proposici6n formulada por el senior Gil. Los que
est6n conformes con la suspension del debate se ser-
viran ponerse de pie.
SR. GUILLEN: Pido votaci6n nominal.
SR. PRESIDENT (VERDEJA) : Votaci6n nominal. Se


pone a votaci6n la suspension del debate. Los que
esten conformes votarin si; los contrarios, no.
(Se efectfa la votaci6n).

SFalta alg 6n senior Representante por votar?
(Silencio).
Han votado cincuenta y un sefores Representan-
tes. No hay qu6rum. Se levanta la sesi6n.

(Eran las siete p. m.)


MONTALVO. CARDENAS & CO.-HABANA




University of Florida Home Page
© 2004 - 2010 University of Florida George A. Smathers Libraries.
All rights reserved.

Acceptable Use, Copyright, and Disclaimer Statement
Last updated October 10, 2010 - - mvs