Group Title: Diario de sesiones del Congreso de la Republica de Cuba
Title: Diario de sesiones del Congreso de la Républica de Cuba
ALL VOLUMES CITATION PAGE IMAGE ZOOMABLE
Full Citation
STANDARD VIEW MARC VIEW
Permanent Link: http://ufdc.ufl.edu/UF00015180/00003
 Material Information
Title: Diario de sesiones del Congreso de la Républica de Cuba
Physical Description: v. : ; 31 cm.
Language: Spanish
Creator: Cuba -- Congreso. -- Cámara de Representantes
Publisher: s.n.
Place of Publication: Habana
Manufacturer: Imprenta de Rambla y Bouza
Publication Date: 1902-
 Subjects
Subject: Politics and government -- Periodicals -- Cuba   ( lcsh )
Genre: federal government publication   ( marcgt )
 Notes
Dates or Sequential Designation: 1. legislatura, v. 1, núm. 1 (oct. 1 de 1902)-
General Note: Title from caption.
 Record Information
Bibliographic ID: UF00015180
Volume ID: VID00003
Source Institution: University of Florida
Holding Location: University of Florida
Rights Management: All rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier: aleph - 001845781
oclc - 28760011
notis - AJS0072
lccn - sn 93026707

Full Text













DIRIO DEt SESIO ES


DEL

CONGRESS DE LA REPUBLICAN DE CUBA


PRIMERA LEGISLATURA.-1902.


VOL. 1. HABANA, OCTUBRE 13 DE 1902. NUM. 3.


Camrara


de Representantes.


Sesi6n extraordinaria del 10 de Mayo de 1902.

SUMARIO

Se pasa list de los Representantes proclamados.-El swefior Villuendas (E.) protest de que no hayan
sido citados los Representantes por la provincia de Matainzs.-Se acuerda pasar list de los Repre-
sentantes, adi no proclamados, por la provincia de Matanzas.-Lectura y aprobaci6i del acta de la
sesion ainterior.-- ontiniTa el Iepresentante sfilor Castellanos en la explicaci6o de stu Voto particu-
lar.-El articulo 96 de la Ley Electoral.-Protestas presentadas.-Se prorroga la sesi6n hasta las seis
de la tarde.-Varias ciestiones de ordeii.-Resolucidn del Consejo Provincial de Matanzas.-Se pro-
rrogra la sesidon hasta las diez de la noche.-Aencrdase (que los Representantes, adn no proclamados,
por Matanzas, tienen derecho A votar.--Es desechado el Voto particular del senior Castellanos.-
Proclaiciiictn (de los Itepresentantes electos por la provincial de Mlatanzas.-Se constitute la namara.
-Se suspended la sesi6n.


A las cuatro horas menos quince minutes de la tar-
de abre la sesi6n el Presidente, senior Leyte Vidal,
actuando de Secretarios los sefiores Mario Garcia
Kohly y Am6rico Feria.
SR.PRESIDENTE: Vamos a empezar pasando lista A
los sefiores Representantes que estin ya proclamados.
(El senior Secretario da lectura c los nombres de los Re-
presentantes proclumadon. )
Sn. CARDENAL: Pido la palabra, senior Presidente.
SR. PRESIDENTE: Tiene la palabra el sefior Cardenal.
SR. CARDENAL: Seflor Presidente, en nombre de los
Representantes de la provincia de Mata.nzas, yo deseo
saber por que no se nos ha citado para esta sesi6n.
SR. PRESIDENTE: Por no ser Representantes procla-
mados.
Sa. CARDENAL: Sefior Presidente: yo creo que nos-
otros hemos sido convocados A la constituci6n de 1Is
C', i.m r -, por virtud de ina. orden military, no desde
luego por la voluntad de la Presidencia. Nuestras ac-
tas no ban sido aqui declaradas graves por la Comi-
si6n, solamente han sido inpugnadas por el voto par-
ticular del sefior Castellanos; y ese voto particular se
esti disoutiendo en estos moments. Esta sesi6n es
continuaci6n de otra que se ha prorrogado, y despu6s
suspendida; asi pues, en esta se va a discutir si esas
actas de los Representantes de Matanzas son 6 nolim-
pias.
En ese sentido, convocados por el Gobernador Mili-


tar, creemos que estamos aqui en nuestro puesto, A
pesar de ]a omisi6n cometida por el sefior Presidente
al hacer las citaciones.
SK. GARMENDIA: Pido la palabra, sefior Presidente.
SR. PRESIDENTE: Tiene la palabra el senior Garmen-
dia.
SR. GARMENDIA: Sefores Representantes: Habia
pedido la palabra precisamente para inspirarme en el
mismo sentido que acaba de manifestar el senior Car-
denal. Aqui no se trata de cuesti6n de personas, se
trata de cuesti6n de principios; y con verdadero dolor,
con inmenso dolor he visto, sefiores Representantes, el
criterio de exclusivismo que se quiere seguir aqui, con-
tra una provincial tan digna por lo menos como las
demAs.
Asi pues yo ruego a ]a Presidencia, fundAndome en
los principios mis elementales de justicia y patriotis-
mo, nos diga si debemos permanecer en el sal6n, por
que lo que se ha hecho con nosotros, los Representan-
tes por Matanzas, es un hecho que yo no quiero califi-
car, senior Presidente. (iAplausos.)
SR. VILLUENDAS (E.): Pido la palabra senior Presi-
dente.
Si. PRESIDENTE: Tiene la palabra el senior Villuen-
das.
SR. VILLU NDAS (E.): Yo pido que conste en acta
mi protest por no haberse citado A los seflores Repre-
sentantes por Matanzas.










26 DIARIO DE SESIONES DEL CONGRESO.-C-(1.Ai. \.


SR. GARMENDIA: Pido la palabra senior Presidente
para una cuesti6n de orden.
SR. PRESIDENTE: Tiene la palabra el senior Garmen-
dia.
Sn. GARMENDIA: En mi deseo de definir nuestra si-
tuaci6n yo ruego al senior Presidente pregunte A la
Camara cual es nuestra situaci6n legal en estos mo-
mentos.
SR.' PRESIDENTE: La (' i:ri i;. lo resolvera senior Gar-
mendia. Nosotros no tenemos mais que un Reglamen-
to, y ese dice que despu6s de aprobadas las actas de
las dos terceras parties de los Representantes so decla-
re constituida la CAmara. Hacer cumplir ese Regla-
mento es mi misi6n en estos moments.
Sn. FoN'rs: Sefor Presidente pido la palabra para
una cuesti6n de orden.
SR. PRESIDENTE: Tiene la palabra el senior Fonts.
Sa. V".. I-: Pido que por el senor Secretario se dd
lecture al articulo 122 del Reglamento.
SR. PRESIDENTE: Tiene la palabra el senior Secre-
tario.
SR. GARCiA KOHLY, Secretario: La cuesti6n de orden
ha variado esencialmente y ahora ha quedado reduci-
da a estos t6rminos: El senior Presidente no ha citado
a los Representantes por la provincia de Matanzas y
con arreglo lo dispuesto por el Reglamento adoptado
provisionalmente por esta, Camara, tan pronto queden
aprobadas las actas de las dos terceras parties de los
Representantes, se declararar constituida delinitiva-
mente, y yo deseo saber simple y sencillamente quien
ha declarado constituida esta CAmara, porque es fa-
cultad privativa de ella y nadie tiene derecho de
asumirsela.
Sa. LOYNAZ: Pido la palabra senior Presidente.
Sn. PRESIDENTE: Tiene la palabra el senior Loynaz.
SR. LOYNAZ: En mi concept ha habido un error, y
yo como nacionalista, no quiero hacerme solidario de
61. Las cuestiones de principios estan por encima de
las cuestiones de partidos. Yo creo que la CGimara
debe admitir en su seno A los Representantes por Ma-
tanzas. (Aplausos.) Aunque no est6n citados, su sola
presencia debe ser aceptada como el hecho de la cita-
ci6n. Que reciban las excusas de los que desearian
haberlos vistos citados, sin que esto quiera decir nada
con respect a la validez de las actas de esos sefiores
Representantes. Yo pediria al senior Presidente que
siguiera el orden natural de la sesi6n, dando lecture
al acta de la sesi6n anterior.
SR. PRESIDENTE: Sefores: habia mandado leer el acta
cuando un seflor Representante me interrnmpi6 para.
una cuesti6n de orden.
SR. VILLUENDAS (E.): (Interrmipiendo.) Ningfln Re-
presentante ha interrumpido el orden, he pedido que
se tenga present a los Representantes por '.11.i ..I ,
a quienes el seflor Presidente queria eliminar de esta
C&mara, invocando un articulo que no existe en el
Reglamento. El Presidente del Partido Nacional dis-
cuti6 su acta en la Convenci6n Constituyente, cuando
6sta (el aeta) estaba en tela de juicio.
SR. PiREZ: (Interrvimpietno.) No la vot6. I)oy mi
palabra de honor de que no la vot6.
Sn. VILLUEtNDAS (E.): Que se traiga el DIARIO DE
SESIONEs.
SR. GARMENDIA: Sefior Presidente pido la palabra.
SR. PRESIDENTE: Tiene la palabra el Sr. Garmendia.
Sn. GARMENDIA: Sefior Presidente. Yo pido que se
consulate A la Camara si los sefiores Representantes por
la provincia de Matanzas estian bien en este sitio, 6 si
por el contrario deben retirarse.
SR. VILLUENDAS (E.): (Interrumpiendo.) Yo creo que


estan bien en este sitio, y al hablar de si deben votar
6 no, creo que es adelantar los acontccimientos.
SR. CANDKENAL: YO pido A, la Presidencia que por la
Secretaria se pase lista a los Representantes por Ma-
tanzas, puesto que por lo mismo que no se han citado,
no sabemos si todos estan presents.
(El senor Secretario dd lecture 6 los nombres de los Re-
presentau'tes electos por la provincia de Mutanzas.)
Sn. IPESIDENTE' : Ya que se ha pasado list, sirvase
el seflor Secretario dar lecture al aeta de la sesi6n an-
terior. (El Secretario la lee. ) ,Se aprueba? (Is apro-
bada.) Queda aprobada.
Sn. PRESIDENTE: Tiene la palabra el Sr. Castellanos
para que continue en la explicaci6n de su voto parti-
cular.
Sn. XIQuES: Sr. President: Pido la palabra para
dirigir un ruego a la Camara.
Sn. PRESIDENTE: Tiene la palabra el Sr. Xiques.
Sn. XIQUES: No en mi nombre solamente, sino en
nombre tambibn de la representaci6n i.Niii,,,i;'-?, I;.
voy A dirigir un ruego a esta Cimara, para lo cual pido
unos moments de benlvola atenci6n.
He oido decir que aqui se ha intentado emplear la
obstrucci6n. En realidad yo dudo (y-.i alguien haya
intentado, deliberadamente, turbar el orden y la mar-
cha de estos importantes debates, empleando medio
tan inadecuado. Por lo demas la representaci6n ca-
magiieyana desea hacer constar categ6ricamente que
no secundara la political de partido alguno, que, en
esta Camnara, enpllie procedimientos que no conduz-
can A la f'undaci6n de la Reptbblica sobre bases s6lidas.
(Aplausos.)
Yo no pretend acusar A nadie, porque aqui real-
mente no hay raz6n bastante para acusar. El procedi-
niento de la obstrucci6n no esta bien determinado; en
realidad ni es malo ni es bueno. En ocasiones, se ha
empleado con 6xito para salvar una situaci6n; pero
casi siempre, poniendose al servicio de las pasiones po-
liticas, ha dado resultados contraproducentes, lunes-
tos; y entire nosotros, en un pueblo que surge, en esta
repfiblica nueva, venir a emplear si es que alguien lo
intentara, que yo creo que nadie lo intentara, instru-
mento de esta naturaleza, ;ah! eso seria verdadera-
mente suicide, porque nosotros estamos en el deber de
conducirnos, asi en el Gobierno como en la oposici6n,
con acierto y cordura, si queremos conservar nuestra
personalidad juridica.
He ahi por que yo, siempre, en todos los moments,
en Puerto Principe, me he opuesto las resoluciones
que he juzgado inconvenientes, por ejemplo, el copo y
el retraimiento. Ahi estan los seniores Mendoza Gue-
rra y Loynaz del Castillo; que digan si alli nosotros,
en pleno mitin, no le dijimos 6 los republicans de la
localidad que emplearan sus fuerzas, que vinieran con
nosotros i los comicios, que nosotros estabamos dis-
puestos A respetar t las minorias. iC6mo era possible
que nosotros defendi6ramos el retraimiento, cuando
todavia las libertades individuals existen, cuando to-
davia estan sancionados y respetados todos los dere-
chos? De ahi que nosotros al tratar de la obstrucci6n,
vengamos A decirle 6 esta Camara, a dirigirle este rue-
go; puesto que estamos en la necesidad de constituir-
nos, puesto que necesitamos terminal esta labor pre-
paratoria; puesto que, mafiana, constituidos, necesita-
mos lanzar al pais por senderos de luz, nosotros le di-
rigimos este ruego al Partido Nacional y al Partido
Republican, cualesquiera que sean las resoluciones
de esta tarde, cualesquiera que sean las resoluciones
de esta sesi9n, juremos todos, ante la Patria, que ja-
mAs emplearemos como procedimiento sistemitico la










DIARIO DE SESIONES DEL CONGRESO.-CAMARA. 27


obstrucci6n, respetando y acatando siempre el dicta-
men de la mayoria. (Aplausos.)
Sn. PRESIDENTE: Tiene la palabra el Sr. Castellanos
para que continfie en la explicaci6n de su voto parti-
cular.
Sr. CASTELLANOS: Sefiores Representantes: T6came
reanudar el discurso que en el dia de anteayer inte-
rrumpi6 la campanilla presidential, previni6ndome que
habia trascurrido la hora reglamentaria.
Yo conserve un profundo agradecimiento hAcia la
benevolencia exquisite y ostensible conque la Camara
oy6 mi largo discurso en el cual sin sospecharlo con-
sumi cerca de una hora la atenci6n de la Camara. Des-
de luego, desde este moment prometo corresponder al
la benevolencia que se tuvo conmigo anteayer y recom-
pensarla, siendo hoy muy breve no consumiendo mu-
cho tiempo en demand de su atenci6n.
Tuve un grandisimo empefio el dia en que hablaba,
de hacer constar de una manera clara, de una manera
precisa, de una manera que no dejara lugar A duda de
ninguna especie, dos cosas muy esenciales y funda-
mentales en mi voto particular. Era una, que no di-
rigia censuras, que no dirigia ni siquiera reparos al
informed de la Comisi6n de actas. Era otra que yo
no prejuzgaba en lo mas minimo ni adelantaba juicio
de ninguna especie acerca del resultado del escrutinio
hecho por la Junta Provincial de Matanzas. Aun ha-
cia una tercera aclaraci6n, que me importa repetir,
porque A veces estas cosas a fuer de ser sencillas, han
de ser repetidas much para que se queden grabadas en
la conciencia de todos los que las escuchan.
Y me interest repetirlo, porque no s6 si todavia des-
pu6s que yo examine los datos y los documents, pen-
sar6 de otra manera. Por eso pedia 6 la Cimara que
me diera los medios de ilustrarme, le pedia i los seflo-
res Representantes que pusieran en mis manos los ele-
mentos necesarios para que pudiera formarme un jui-
cio exacto de los hechos y sus resultados, supuesto que
la Cimara despuBs habia de pedirme el voto inmedia-
tamente sobre el asunto; voto que he de emitir sinteti-
zado con un si 6 un no. Es atentatorio A la libertad
del pensamiento obligarme a votar sobre lo que no co-
nozco, por eso le pedia a la Cimara, que procediendo
del modo mas elemental, del modo mns sencillo, usan-
do el procedimiento mas 16gico, ya que me colocaba en
el compromise de tender que votar cumpliendo el Re-
glamento provisional que nos rige, colocando 6 los Re-
presentantes en la obligaci6n ineludible de decir, si 6
no, nos facilitara los medios precisos para conocer A
ciencia cierta la cuesti6n. Por eso decia; ya que esa
obligaci6n pesa sobre nuestro deber, dennos los ele-
mentos necesarios para cumplir honradamente con
nuestro deber. Parece que no se ha entendido esto
asi por alguien. no en esta Camara seguramente, pero
en fin por alguien que lo propala y lo lleva al pfblico.
Parece haberse entendido que he anticipado juicio
acerca de la exactitud y la validez del escrutinio gene-
ral de la provincial de Matanzas y no es exacto. He
atacado 6 impugnado, solamente el informed de la Co-
misi6n sosteniendo mi voto. Tambicn se dice, que
habia formulado ante la ('.', ii.,j.1. una protest al escru-
tinio realizado por la Junta Provincial de Matanzas, y
todo eso es llevar la discusi6n por un camino errado,
todo eso es oscurecer y complicar lo que es claro y sen-
cillo. Hacer que la conciencia del pfblico se forjo
concepts que no he tenido intenci6n ni prop6sitos do
emitir ante la Ckmara: Claro es, las palabras del dic-
tamen leido en alta voz, preocupados como venimos;
por las altas cosas y los altos problems que pesan
sobre todos, no se oyen de tal manera, por todos y ca-
da uno de nosotros, que se quedan indeleblemente im-


press al pi6 de la letra, ni se oyen de tal manera por
parte del pfblico, ni de la prensa, que queden perfec-
tamente grabadas al pi6 de la letra cada una de las
frases que constituyen la oraci6n sino que queda solo
la esencia de cuanto se lee y se dice.
Y como para Ilegar obtener la esencia creo y aqui
est! present un distinguido hombre de ciencia, que
me mira en estos moments, y que entiende mAs que
yo en estas cosas y podrk estar quizAs conforme con-
migo, como para obtener repito la esencia es necesario
la previa maceraci6n y la filtraci6n; estos informes lei-
dos en alta voz, son macerados por los que los escu-
chan y sometidos despu6s a una filtraci6n para recojer
la esencia; Como no siempre los aparatos son perfec-
tos, ni el operator procede libre de sugestiones mu-
chas veces las mis suele no recogerse ]a esencia pura
de lo que se inform, y eso podra suceder en este caso;
interesindome rectificar porque A mi me importa mu-
cho que no suceda asi. Y me importa much por la
CAmara y sobre todo por la realizaci6n de la verdad,
por el triunfo de la verdad, para que la verdad sea un
hecho y las cosas sean exactas; porque no deben resul-
tar al cabo, ni mis ni menos sino tales como son en
realidad. Yo no he tenido ninguno de esos prop6sitos,
no he formulado ninguna protest contra las actas de
Matanzas; porque yo protest de las cosas que veo y
conozco por mi mismo pero no quiero ni puedo uti-
lizar procedimientos ilegales para obtener el triunfo.
Ademis no podia impugnar el informed de una Comi-
si6n de la cual habia formado parte, y con la cual es-
taba conforme en la forma conventional en que habia
sido emitido, y fltimamente porque nadie tiene dere-
cho de suponerme prop6sitos que no he tenido ni darle
a mis frases interpretaciones que no son exactas.
Tengo, pues, un empeflo grandisimo en sostener
aqui que ese informed es correct, tengo grandisimo
empeflo en que eso quede grabado en la conciencia de
todo el mundo, asegurando que esa es mi opinion, que
la opinion mia es que ese informed, en los t6rminos, en
el medio ambiente y en las condiciones y en el mo-
mento especial en que fu6 emitido estuvo perfecta-
mente correct; pero le decia despu6s 6 la Camara:
tengo que separarme del sentir general de la Comisi6n
por circunstancias personalmente mias, agents a mi
character de Representante, A la indole y circunstan-
cias de miembro de aquella Comisi6n; de aquel con-
junto del cual hubiera querido former parte integrate
en todos los casos y manifestaciones suyas, obligado a
ello por razones atendibles porque me encontr6 con
que aquella Comision estaba compuesta de hombres
diligentps, sensatos y galantes con todo el mundo.
Queria hacer constar que si yo discrepaba de esa Co-
misi6n, lo hacia asi sustentando una opinion particu-
larmente mia y por eso se titulaba A mi informed voto
particular. Expresi6n sincere de una creencia mia,
exponente de una duda, pero de una duda que no afec-
taba particularmente a la persona de los Representan-
tes por Matanzas, que no podia lastimarlos personal-
mente en lo mas minimo, que no pudiera ser causa de
rozamientos de ninguna especie ni causa para que
aqui fueran a excitarse las pasiones, como si formnra-
mos dos ej6rcitos beligerantes el uno enfrente del otro.
Traia yo aqui a la Camara sencillamente mi opini6n,
sin ningfin prejuicio, sin nada preconcebido, sin amor
y sin odio, lisa y Ilanamente, como cuando se trata de
convencer con razones a un hombre de ciencia, si es
que debe serse hombre de ciencia cuando se quiere
analizar y conocer la verdad solamente.
Algo me dice que debo dudar, y me lo dice un docu-
mento pfiblico; y quiero ver ese document, para de-
ducir de su contenido si despu6s de su lectura debo










28 DIARIO DE SESIONES DEL CONGRESO.-CAMARA.


insistir 6 no en mis dudas. Esa es mi t6sis, esa es la
tesis que venia 6 desenvolver aqui, en la CAmara,
apoyandome en un articulo del Reglamento que noso-
tros hemos aceptado como ley fundamental de nuestro
regimen interno, que ha (e ser garantia de nuestro
derecho, garantia del Representante que se sienta
frente A mi para que yo no conculque los derechos que
tiene, que ha de ser garantia de todos para que la Me-
sa se mantenga en el circulo de sus atribuciones, y
garantia mia, para que nadie merme mis atribuciones.
Una ley necesaria, tan necesaria entire nosotros, que
faltando ella perderia el debate toda solemnidad, per-
deria today seriedad, y esta CAmara no seria un cuerpo
cientificamente organizado, que habria de establecer
el pais y la naci6n de manera prActica y viable, sino
una cosa completamente desorganizada, arbitraria, A
merced del que tuviera mayor talla 6 fuerza fisica 6
mejores pulmones para gritar mis alto.
He ahi mi t6sis ante la CGmara: hay una ley que
nos rige, que es una ley sencial], sin la cual no podria-
mos vivir, tan trascendental, que si la rompemos y
echamos por el balc6n nos quedamos sin organizaci6n
y sin regimen ordenado y sin respeto mutuo, marcha-
riamos al caos si esta ('., in. .i. se desprendiese del res-
peto y la observancia de la ley.
Exijase el cumplimiento de esa ley como base, como
una determinaci6n previa que debemos tomar, resol-
viendo que todos nuestros pasos han de ser ajustados
A su ejemplo. El pArrafo segundo del articulo site
dice: "Que la Comisi6n al hacer la clasilicaci6n de las
actas, podra optar por el calificativo de actas limpias;
6 por el calificativo de actas graves. Pero no deja al
arbitrio de la Comisi6n decidirse por una f otra, no
la deja proceder con arreglo A su conciencia y 6 su cri-
terio de un modo absolutamente libre; en este case le
impone una condicional, otorgAndole un mandato ex-
preso bajo una condici6n circunstancial. Cuando haya
protests 6 reclamaciones, necesai iamente tendrAn que
declararse graves esas actas, necesariamente, quieran 6
no quieran los comisionados. Es la ley, dici6ndoles:
"Comisi6n de actas tfl tienes una facultad: la de clasifi-
car las actas, pero con arreglo A los t6rminos del man-
date, mas no puedes modificar el derecho vigente entire
nosotros, alterando los terminos del encargo que se te
ha heclo. Por eso aquellos cuatro miembros de la Comi-
si6n, que no conocen la reclamaci6n de los electores de
Matanzas, estan en su perfect derecho declarando esas
actas limpias; yo no puedo proceder de igual modo: Y
se me argumentaba que a la Comisi6n no htabia llegado
reclamaci6n alguna; ciertamente, en eso la Comisi6n
decia verdad; yo la decia tambi6n porquo la reclama-
ci6n estaba presentada ante la ('.,n.1ii, y era proce-
dente resolve sobre ella porqne ha llegado a tiempo
con arreglo al articulo noventa y seis de la Orden nil-
mero 218, 6 sea nuestra Ley Electoral. Esa orden que
viene A. ser algo asi como si dij4ramos el claustro ma-
terno en el cual se ha formado esta CAmara, previene
que ]as reclamaciones pueden establecerse en cualquier
moment. Aun pretendiendo darle a la ley una in-
terpretaci6n restrictive, estan presentadas 6 tiempo,
cuando ese cualquier moment, todo lo mns que puede
limitarse, es A hacer que sea uu moment anterior at
la aprobacion de las acts; y no estando aprobadas las
actas de Matanzas, existiendo aqui ya las reclamacio-
nes, para nosotros el problema es un mero problema
legal, para nosotros es un problema que debemos re-
solver con arreglo al Reglamento vigente.
Al resolve este problema, cumplimos 6 no la Ley;
si estamos dispuestos a cumplir la Ley, A observarla
extrictamente, (porque no hay habilidad possible que
pueda pasar por encima del derecho vigente, claro y


terminante), las actas de Matanzas han de ser decla-
radas graves; ,pero es esto prejuzgar el asunto? Creo
que cuando digo que esas elecciones estin mal hechas,
cuando digo esto, es porque entiendo que en esas elec-
clones hay un vicio de nulidad; pero puede suceder
que no sea asi, depurados los hechos.
En mis afirmaciones de que son graves no hay pre-
juicio para el asunto; ni hay nada que pueda afectar A
los Representantes de Matanzas; no hay nada que alec-
te siquiera al prestigio de la Junta Provincial, no ha-
go afirmaciones definitivas de ninguna especie, sino
subordinadas de antemano al resultado de ]a investi-
gacion que se practique.
En este punto yo me atengo al texto mismo de la
ley; la ley no prejuzga, sino calilica; la ley no exije
que sean fundadas 6 infundadas las protests; la ley
no pide que concurran en ella tales 6 cuales requisitos
externos, no expresa que las reclamaciones vengan fir-
madas por deterninado nfmero de electores, ni trata
de que sean presentadas por ciudadanos (cn.ili. i...
de dignos, sino que habla en general de todos los ciu-
dadanos. Es una ley en que todos los ciudadanos go-
zan de los mismos derechos y calificaciones sin privi-
legios. La reclamaci6n ha venido; buena 6 mala,
fundada 6 infundada, ahi estA siendo un hecho verdad
su existencia, tan verdad, como la realidad misma.
Presentada la reclamaci6n, las actas adquieren cualidad
de graves por la propia esencia de las cosas, por la pro-
pia esencia del texto comparativo del segundo pirrafo
del articulo citado al disponer que tan pronto como se
presented las reclamaciones si no han sido aprobadas.
son ipso facto actas graves.
Yo tengo mis ilusiones, mi fe y mi esperanza, creo
todavia en ciertas cosas; creo realmente en el triunfo
de la verdad y en el pleno ejercicio de la vida demo-
critica; tengo la ilusi6n de career en eso. Creo que la
Ley impone al ciudadano el deber de cumplirla, y quo
el que la viola. pasa por encima de su conciencia;
tenemos pues que hacer los esfuerzos necesarios para
respetarla para subordinarnos A su imandato con arre-
glo al cual todos podremos vivir en paz y seguros de
nuestro derecho. Yo tengo mis ilusiones, yo creo que
por encima de las discusiones de los partidos politicos
y de los interests particulares siempre hay algfin ideal
grande, siempre las ideas grandes se imponen a nues-
tras conciencias y afin las sociedades m6s corrompi-
das a las cuales al fin eleva, bendice y redime. Y como
tengo esas ilusiones por eso creo just y pido, que sin
andar en discusiones pequefias, pensando solamente en
lo alto, teniendo la mirada puesta en todo lo que real-
mente es grande, resolvamos el asunto sin otro m6vil
que la realizaci6n de los ideals (el derecho.
Yo encuentro el modo de realizarlo asi de una
manera priActica, observando lielmente el mandate de
la ley escrita y absteniendonos de calificar A los que
formula la protest; alejandonos del vicio de buscar
en los que piden determinadas condiciones sociales en
pugna con nuestro regimen esencialnente democrAtico,
en pugia con lo mas preciado de nuestra vida political.
No es 16gicamente possible que la Cimara pase por
encima de un precepto legal tan claro y terminate
sellando sus primeros actos con huellas de ilegalidad.
Hay otra raz6n mns, si no hubiera el precepto legal,
habria otra causa supremna para que la CAmara lo
sacrificara todo en a.ras del respeto I la ley; nosotros
aprendimos la vida political y social siendo colonos de
]a soberania de Espafia, siendo colonos de una monar-
quia. Si apelamos a nuestra propia sinceridad, si
pasando por encima de las pequeneces y las pasiones
volvemos los ojos al pasado y observamos los iltimos
periods de la dominaci6n espafiola, ,podremos decir










DIARIO DE SESIONES DEL CONGRESO.--CMARA. 29


que todos los ciudadanos cubanos se encontraban
ofendidos por aquella dominaci6n? iQue todos los
ciudadanos eubanos se encontraban directamente
ofendidos por los actors del gobierno espafiol? ,Que
alguno de nosotros tuviera ofensa personal contra la
dominaci6n de Espania? No, porque habria un dato
estadistico que nos desmentiria. Nuestro gran senti-
miento contra ]a M.0i .i..ii I, nuestro profundo resen-
timiento contra el coloniaje, aquello que hizo A los
cubanos lanzarse al canmpo y sacrificarlo todo en areas
do la patria, no consistia en que fuera gobernador
Marin 6 Calleja, no consistia en que el Secretario de
tales 6 cuales funciones del gobierno fuera Martinez 6
Mendndez, consistia en que el Gobierno espailol sin-
ti6ndose fuerte, porque podia usar de la fuerza, porque
tenia el ai. "," d las bayonetas, no oia al eiudadano y
daba la espalda A sus quejas y resolvia como conve-
nia t sus intereses, de dominaci6n y monopolio, sus
reclamaciones. Esa era la causa eficiente de la, gran
lucha entire nosotros y Espafia. Analogo es el problema
que venimos a planter aqui. Nosotros, represen-
tando la era de la redenci6n y la libertad, con arreglo
al nuevo credo oimos al ciudadano y le hacemos justi-
cia 6 volviendo A las practicas pasadas y vencidas,
dannos la espalda a las quejas del pueblo, 6 lo que es
peor, las resolvemos con arreglo al nfmero de votos
que tenemos para apoyarnos: (Apla'usos. )
Y como mi problema esta expuesto en tema sencillo,
cumpliendo lo que ofreci de ser muy breve, vengo A
pedir 6 la C(' ir"i. en nombre de la democracia, que
nosotros que hemos hecho tantos ofrecimientos, cum-
plamos, por primer vez, una de las tantas promesas
que hemos hecho en nombre de la libertad: que aten-
darnos A las i' j i de los ciudada.nos, y observemos la
ley expuesta en el precepto del articulo siete de nues-
tro Reglamento, declarando graves esas actas de
Matanzas.
Si. FoNTs: Pido ]a palabra.
Sit. PRESIDENTE: Tiene la, palabra el senor Fonts.
Sn. FONTS: Seflores' en situaci6n verdaderamente
dificil me encnentro colocado despu6s del elocuen-
tisimo discurso que acaba. de pronunciar nuestro corm-
paafero el senior Castellanos. Yo no vengo a dispu-
tarle el lauro de elocuencia parlamentaria en un
torneo literario, porque esto seria. una. vana pretension
de mi part. Vengo solamente A impugnar los argu-
mentos que 61 aqui ha presentacdo con la brillantez que
le es caracteristica, y A presentar las cosas desde su
verdadero punted de vista.
El senior Castellanos formaba part de la Comisi6n
de actas, y ayer nos na.rraha lo ocurrido en el seno de
aquella Comision; para explicar los antecedentes del
dictamen que preosntamos a la CAmara, y los motives
en que se fundaba. Dentro de este prop6sito nos hizo
aqui una historic de imaginaci6n con la mayor buena
fM, pero con el calor que 61 sabe dar A las cosas, un re-
lato pat6tico, casi melodramnitico, que conmovi6 & la
Camara. Sefiores, yo con mas calma, no teniendo una
imaginaci6n tan exaltada, como la que posee el senior
Castellanos, vi las cosas de diferente manera. El nos
decia, que cua.ndo nosotros, sus compafieros de comi-
si6n, accedimos cortesmente a que pidiera cierto dic-
tamen de la Junta Central de Escrutinio, y cuando
este dictamen se present, experimentamnos pavor, nos
encontramos dolorosamente sorprendidos, y hasta lle-
g6 a decir que paseabamos por la estancia donde estA-
bamos reunidos, desorientados conio los deudos y ami-
gos de un enfermo en los moments en que declara la
ciencia por boca de los m6dicos de cabecera que ya no
existe remedio para 61. Y que realmente nos encon-


trabamos, ha dicho, en esa situaci6n dolorosa y triste.
Nada de eso ocurri6. sefiores.
El senior Castellanos nos habia anunciado cosas
asombrosas en ese dictamen, nosotros espercbamos ese
dictamen con viva curiosidad, como se esperan las co-
sas extraordinarias; y cuando ese dictamen lleg6, nos
encontramos con el parto de los montes; ;,sab6is por
qu6? Pues porque no se referia A la elecci6n de los
Representantes, porque no podiamos resolver con su
vista: y es mns, porque hubi6ramnos faltado a nuestros
deberes a nuestros ras elementales deberes, resolvien-
do con arreglo A aquel dictamen. Esto es lo que noso-
tros creiamos El senior Castellanos con perfect buena
f6, y con arreglo 6 los dictados de su conciencia, en-
tendi6 su deber de un modo distinto a nosotros.
Nosotros entendimos que como Comisi6n parlamen-
taria habiamos de lcnar nuestra misi6n, dentro del
circulo de nuestras atribuciones. Y abundando en las
mismas idea's que el seoor Castellanos, con acento ele-
vado y patri6tico ha expuesto 6 la Camara, nosotros
entendimos que por encina de nuestras opinions par-
ticulares, y haciendo caso omiso de los datos recogidos
aqui y allA, y traidos particularmente a ]a Comisi6n,
nosotros debiamos resolver con vista de los documen-
mentos oficiales que se nos habian entregado. Noso-
tros entendimos que aquel mandato era un mandate
especial, determinado y concrete, y con arreglo A la
ley habiamos de cumplirlo, y por eso cuando vimos
que no estaban protestadas las actas, que no habia
mns que una, manifestaci6n muy respetable del sefor
Castellanos, relative a que habia ciertos vicious m6s 6
nienos visible en las elecciones de la jurisdicci6n de
Col6n, nosotros formulamos nuestro dictamen, que el
senior Castellanos ha tenido la nobleza de considerar
ajustado A la ley. La Comisi6n tuvo necesariamente
que considerar las actas limpias, 6stas no podian en
modo alguno ser calificadas de graves. El senior Cas-
tellanos creia lo contrario; yo tnve el honor de tratar
de disuadirle de su actitud-, mas no logr6 convencerle
de que no carecia de raz6n para presenter a la CA-
mara ese voto particular, sin otro apoyo que su opi-.
ni6n particular, pero, sin duda debido mnis escasas
dotes de elocuencia, no me fu6 possible hacerle variar
en su determinaci6n, y aqui hemos venido a discutir
el asunto. Queda, pues, sentado que el dictamen de
la Comisi6n se ajust6 perfectamente a la ley.
Quiero que la Camara recoja, y medite ambos pare-
ceres, no porque uno sea mio, sino porque importa
much que el criteria do la Asamblea quede perfecta-
mente determinado.
El senior Castellanos ha expuesto aqui sus ideas, sus
opinions sobre el derecho politico constituido en el
pais. El sefor Castellanos nos decia que la CAmara
esta en la obligaci6n de investigar, que la CAmara esta
obligada a velar sobre la forma y modo en que las le-
yes se cumplan, y claro est6 que esta declaration del
seinor Castellanos, result de gravedad extraordinaria
en la resoluci6n de este debate.
Si fuera verdad lo que el senior Castellanos ha dicho;
si nosotros tuvi6ramos esa obligaci6n, casi policiaca,
de vigilar c6mo se han hecho las elecciones; si tuvi6-
ramos una policia especial electoral; si nuestras fun-
ciones fueran fiscales 6 judiciales, entonces, (y ya se
vera luego por qu6), deberian practicarse esas investi-
gaciones que el senior Castellanos sefiala. Debiera
existir ademAs una comisi6n especial que se encargara
de averiguar por qu6 la causa criminal, seguida por
denuncia de la Junta Central de Escrutinio, no pas6
adelante, y qu6 datos arroja ese process.
;,Pero son realmente esas las funciones de la CAma-
ra? Con arreglo a nuestra Constituci6n, con arreglo A










DIAITO DE SESIONES DEL CONGRESO.-CAMARA.


los principios democrAticos que la informan, todos los
organismos del Estado en t6rminos generals estAn en
la obligaci6n de velar por el cumplimiento de las leyes;
pero estas funciones correspondent especialmente a los
poderes ejecutivo y judicial, y en modo alguno al po-
der legislative cuando se trata de leyes vigentes, del
Derecho positive, que deba ser respetado y cumplido.
El powder legislative, y creo que en esto el senior Cas-
tellanos, con su inmensa ilustraci6n, convendr4 con-
migo, cuando observa que las leyes no se cumplen, 6
se cumplen mal, tiene el recurso supremo de modifi-
carlas, haciendo otras mejores, mas eficaces, mas prAc-
ticas, que se puedan cumplir. Pero eso, senior Caste-
llanos, es muy distinto A la investigaci6n, muy distin-
to A la fiscalizaci6n, muy distinto ]lo que el senior
Castellanos proponia, y queria que hiciera la Camara.
El segundo aspect de la cuesti6n, sefiores, es el que
se refiere a las protests presentadas aqui, y voy A
cambiar algo el orden seguido por el senior Castellanos,
para ocuparme de las iltimas frases de su discurso.
El seflor Castellanos decia, que con arreglo A un ar-
ticulo de la Ley Electoral que nos rige, articulo no-
venta y seis, creo recorder, los electores 6 candidates
que tuvieren quejas contra esas elecciones, podrian en
cualquier tiempo presentar sus protests contra ellas,
y el senior Castellanos, con muy buen sentido, afiadia,
que esas protests deberian presentarse antes del mo-
mento de la proclamaci6n de los candidates. Y ailadia,
el senior Castellanos que esas protests, 6 ]as que 61
llamaba protests, se habian presentado a la Mesa
oportunamente, y que nosotros no nos habiamos ocu-
pado de ello.
Y como temiendo quizAs el argument contrario,
que su imaginaci6n viva y brillante le sugiriera, se
adelantaba A combatirlo.
Y para hacerlo, el senor Castellanos agregaba que la,
Ley no fija requisitos, no fija condiciones a esas pro-
testas; y que esas protests que se han presentado,
nosotros teniamos que atenderlas y declaara graves
esas actas con arreglo al inciso segundo del articulo
sexto.
En esto, como en otras cosas tambi6n, me permit
disentir del senior Castellanos. Es verdad que la Ley
no exige requisitos, pero esa ley va a aplicarse por
hombres A los que se supone dotados de los conocimien-
tos necesarios pa.ra juzgar de esos documents, de esas
protests que se han presentado.
Esa Ley, senior Castellanos, va 4 ser aplicada aqui
por notables jurisconsultos, en cuyo nuimero quisiera
yo encontrarme, que saben perfectamente que todo ac-
to legal ha de star adornado de todos los requisitos
legales que le correspondan, con arreglo A la naturaleza
del mismo.
Por consiguiente, senor Castellanos, si se present
una protest, yo preguntaria & los sefiores Represen-
tantes que me escuchan ,es que la CAmara estA obliga-
da A oir cualquiera protest; es que la (i',i,,, ha de
calificar, considerar como protest cualquier denuncia.
cualquier papel, cualquiera manifestaci6n que se haga
con cnalquiera forma que se present?
Seria necesario para ello que se le quitase A la CA-
mara sus atribuciones por una part, y seria necesario
admitir tambi6n que nosotros no tenemos rational fa-
cultad de juzgar lo que es una protest y lo que no es
Suna protest.
Por consiguiente, es preciso analizar si eso que se
dice protest lo es; si eso amerita que la C'.'1 i.-ir. lo to-
me en consideraci6n, y si eso amerita tambi6n que las
actas que han presenta.do esos Representantes, y que
no fueron protestadas antes, se considered graves, por-
que nosotros, por much que respetemos el derecho del


pueblo; por mucho que respe!emos el derecho de cada
uno de los electores, tambi6n debembs tener concien-
cia de nuestra propia dignidad. Nosotros no estamos
aqui ni podemos estar (y en esto el senior Castellanos
de seguro no sostendri otra cosa.) A merced de cual-
quiera que quiera perturbar las deliberaciones de nues-
tra Camara, con actos caprichosos 6 informales. (Aplau-
sos.)
En primer lugar, como un requisite de forma exije
el articulo noventa y seis (Lee.)
"Art. 96. Los electores y los candidates que hubie-
sen figurado en una elecci6n, podrkn acudir ante la CA-
mara respective en cualquier tiempo, antes de la apro-
baci6n del acta respective, con las reclamaciones que
estimen oportunas, contra la validez 6 resultado de la
misma elecci6n, 6 contra la capacidad legal del Senador
6 Representante proclamado, antes de que 6ste haya si-
do admitido."
Pues bien, de esas tres protests que se han presen-
tado alli, sabemos que son electores los que las suscri-
ben, porque ellos nos lo dicen bajo su palabra. Sola-
mente hay una que se acompaiia un tal6n en el que se
dice que la persona que ha presentado la boleta es
elector.
Si estoy equivocado, la Secretaria puede rectificarme.
SR. GARCIA KOHLY Secretario: Eso era ayer, efecti-
vamente. Hoy se ha recibido una nueva documenta-
ci6n.
SR. FONTS: Yo suplico a ]a Presidencia que por no
tener la Camara conocimiento de esas nuevas protes-
tas, el Secretario d6 lectura a ellas; porque no quisiera
continual el debate dentro de condiciones desfavora-
bles para mi.
SR. GARCIA KOHLY, Secretario: (Lee.)
"A LA CAMARA DE REPRESENTANTES:
Los que suscribimos, vecinos y electores de la pro-
vincia de Matanzas, haciendo uso del derecho que la
Ley nos concede, decimos:
Que el escrutinio realizado por la Junta Electoral
Provincial de M.i tain/.i fuW objeto de impugnaci6n an-
te la Central por los candidates a Consejeros provin-
ciales, sefiores Francisco Cuellar y Victor Armas: es-
crutinio por el que fueron proclamados Consejeros los
sefiores Fermin Olivera y Jacinto Men6ndez, en vez de
los citados Cuellar y A rmas que obtuvieron mayor nft-
inero de votos que aqu6llos.
Consecuencia de esa impugnaci6n fundada fu6 que,
por el informed de la Central, se pasara el tanto de cul-
pa A los Tribunales contra la Provincial de Matanzas,
formAndose la oportuna causa contra la Provincial de
Matanzas, comisionAndose como Juez Especial al del
Juzgado de Alacranes.
Probado se hallaba el fraud y la falsedad; pero la
causa ces6 en virtud del indulto general recientemente
concedido.
La acci6n penal ha quedado extinguida; pero no la
falsedad on la proclamaci6n de unos candidates por
otros, y al objeto de que se acuerde un nuevo escruti-
nio 6 rectificaci6n del practicado por la citada Provin-
cial, presentamos esta petici6n, que es 4 la vez, pro-
testa de aquel acto illegal.
Tambi6n fu6 acusada la proclamaci6n de los Repre-
sentantes y Compromisarios Senatoriales, por hab6r-
sele computado mayor nfmero de votos que el que ob-
tuvo cada candidate proclamado, y contra ese acto
protestamos.
Solicitamos en sintesis: en cuanto a la proclamaci6n
de los Consejeros provincials sefores Men6ndez y Oli-
vera quede sin efecto, procedi6ndose A nuevo escruti-
nio, tray6ndose 4 la vista para mayor fundamento 6l


II~--~- ------I"--I










DIARIO DE SESIONES DEL CONGRESO.-CAMARA. 31


informed e ]a Junta Central de Escrutinio; y en cuan-
to 6 la eleccibn de los Representantes y Compromisa-
rios Senatoriales, sea rectificado el escrutinio, quedan-
do en suspense la. toma de posesi6n de Representantes
y Senadores que aparecen electos por la, Provincia de
Matanzas, hasta que la correspondiente resoluci6n de
la CUnmara determine su situaci6n.
Col6n, Mayo 5 de 1902.
Julian G(odinez.-Carlos Tellechea.--Francisco Cu6-
llar. Agustin G. C. Pozo.-Francisco Caimpos.-IIi-
lario Olivo.-V. de Arnmas.-Enrique Rodriguez.-
Emilio G. Malrrero.-Jos6 HernAndez Perez.-Elias
Giva rdiin. -Severino Montoro.- Benito IIerrera.-
Ger6nimo Vital.-Francisco Ramirez.-Rafael IHer-
nnd(ez.-Tranquilino Gonzalez.-Libera'to Mantilla..
-Tomns Bory.-Agustin Iorta.-IPablo IIerrera.-
Jos6 Muiliiz.-Pr6spero M6ndez.-Elias iBez.--Vicen-
te Berrio.-Emilio Lauredo.-Evaristo Fern indez.-
Benito Ichara.-Ralfael Abenz.-Victor Ortiz.-Ma-
nuel Barnuebo.-Tiburcio Pedroso.-Rogelio Diaz.--
Jorge Wal pade.--Jos6 Ilerrera.-Floren cio Diaz.-
Juan Bautista, Herrera.-Tomas Perez.-Juan G. Val-
d6s.--Ignacio Pe'ialver. -Fernando Molina.-Brigido
Pardo.-Julio .'i ..i. Fidel Calrera. Abralhani
Rivero.--Miguel Hernaindez.-Se'rafin Rasincs.-An-
gel Gonzalez.-Quintin Ma'rti.-Ranm6n Russis.-Jos6
MWndez.-Francisco M6ndez. A rucgo de Florentino
Castillo que no sabe firmar, lo hace J. (. GVald6s.-
Miguel Hernindez Rildan.-Antonio ',-1 .. -Aure-
lio Lugo.-Enrique Rasines.--Antonio Zafral.-Juan
Marti.-Emilio Corso.-Jos6 Campos."
Sn. VnrulN nDAS (E.): Pido la palabra para despu6s
que termine el Sr. Fonts.
Sit. FoNTs: CitCuntas personas firman las protests
acreditando su caricter de electores?
Sit. GARcrA KOlrLY, Secretario: Me lhan informado,
particularmente que cinenenta.; pero voy `i contarlas.
((Cuenta.) Sesenta y un firmantes suscriben estas pro-
testas.
SB. FONTs: Seilores Representantes: Reanudo miiin-
terrumpido discurso rectificando el dato de que un solo
elector habia presentado una protest A la CAma.ra,
resultan 61 electores que han presentado una protest"
at la Cnmara. Hay adernms de las condiciones de elec-
tor, otro requisite indispensable que no lhan tenido en
cuenta los que presentaron csas protests, y sigo ocu-
pandome de la nuesti6n de forma. En el articulo )96
se dice: (Lee el articulo 96 y/a trascrito.)
Se necesita, pues, que ademis del character de elec-
tor de la provincial de IM ,1-'i -, esos que presentan la
protest, acrediten cumplidaumente que han tornado
part en esas eloceiones, porque si ellos fueron electo-
res, pero se abstuvieron de votar, si ellos no tomaron
parte en la contienda 6 hicieron dejacion de su dere-
cho, claro estS que ese derecho no ha sido lesionado,
claro esta no han experimenta.do perjuicio ninguno, y
por eso la Ley previene que tenga que ser elector, y
ademms, que haya tomrado part en las elecciones, pa-
ra formula protests, requisits que ino han sido acre-
ditados ante esta C'imara, al presentarse las (que estan
sobre la mesa. Pero, seniores, yo no concede real-
mente, no 1,,-, que alarmarse, no concede realmente,
gran importancia A la cuesti6n de forma, cuando se
trata de este g4nero de debates, prefiero siempre que
haya cuestiones de doctrine que discntir, aunque yo no
tenga altura para ello y aunque me viera, obligado ai
dejar luego a otro miembro de la Camara, de mAs do-
tes y mas competencia. que lo desarrolle para instruc-
ci6n del pueblo, y solaz de sus compafieros.
Yo voy, pues, A entrar en lo cuesti6n de principios:
yo decia que no bastaba que se titulase protest para


que lo fuera, y el senior Castellanos opinaba exatamen-
te lo mismo que yo en el seno de la Comisi6n de actas,
porque cua.ndo tratandose de las de Pinar del Rio se
nos present una que se titulaba tambi6n pomposa-
mente protest del senior Hugo Robert, y el senior Cas-
tellanos nos acompaii6, nos prest6 el concurso de sus
luces y de su inteligencia poderosa para escudrifiar y
estudiar aquella que se titulaba, protest, y convino
con nosotros en que realmente el senior Hugo Robert
no habia presentado ninguna, annque dijera que la ha-
bia presentado, y cuidado que el senior Hugo Robert
era un candidate, no un elector, que se sentia agra-
viado, que realmente lo estaba, y 6 quien teniamos la
obligaci6n de tender con mis exquisite cuidado.
Pues bien, el sefor Castellanos firm con nosotros el
dictamen de la Comisi6n, y me acuerdo perfecta.mente
que el dictamen empezaba con estas palabras: "Si bien
se ha presentado una protesta" despu6s de examina-
da, despu6s de visto que carece absolutamente de todo
fundamento, que no se document, que no se concrete
a punto determinado, que no se ha.ce cargo alguno en
ella, la. Comisi6n declare que no hay que tomarla en
consideraci6n, que esa reclamaci6n no impide que los
Representantes elegidos por aquella provincial se sien-
ten en la CamaIra y que sus actas se considered lim-
pias. Y la Camara las ha aceptado tambi4n asi, y la
Cimara ha vota.do en el mismo sentido, esas actas no
fueron declaradas graves, ce6mo ahora el senior Caste-
llanos nos viene a decir que el simple hecho de la pre-
sentaci6n de una protest, amerita que declaremos
graves las actas? No, senior Castellanos, hay que exa-
minar, hay que ver como vienen esas protests, y des-
pu6s de estudiadas, entonces determinemos si esas
protests son atendibles, si la Cimara debe 6 no to-
inarlas en consideraci6n, por consiguiente, ese enun-
ciado, de que ante el hecho de la protest no hay
discusi6n, que ante el hecho do la protest debemos
rendirnos inmediatamente y declarar graves las actas,
estA en contradicci6n flagrant con lo mismo que el se-
for Castellanos ha votado alli, con lo mismo que la
Camara ha votado aqni, sin la oposici6n ni la protest
del senior Castellanos.
Sn. VILLUENDAS (E.): Sefor Presidente como van A
consumirse las horas reglamentarias, yo propongo A la
Asaimblea que como no empez6 A la hora que el Regla-
inento marrca, acuerde prorrogar la sesi6n hasta las
scis de 1a tarde.
Si. PRESIDENTE: La. Cnmara resolverA. (Asi se aprue-
ba.) Se prorroga, la sesi6n hasta las 6 de la tarde.
Continue el seflor Fonts en el uso de la palabra.
SR. FoNTs: Yo, seriores, tratandose de este debate
tan transcendental y tan serio, abomino las figures re-
t6ricas, porque creo que generalmente no hay punto
de contact entire hechos completamente diversos, y
que se dan en un orden de relaciones de la vida poli-
tica y social de un pueblo, completamente distinto,
sin embargo, cuando un simil viene del senior Caste-
1lanos siempre me parece oportuno y siempre me pa-
rece digno de consideranci6n, por eso cuando ayer el
senior Castellanos hacia, sobre esto un simil y nos decia:
Seilores, no vayanmos a hacer lo que el Tribunal Su-
premo que declara, que cuando no hay acusaci6n no
puede condenar, no, nosotros tenemos otras funciones,
nosotros necesitamosi investigar, nosotros necesitamos
ver, nosotros necesita.mos inquirir. Yo digo, sefiores,
que pienso en eso lo contrario de lo que piensa el senior
Castellanos. Yo pienso, que si el procedimiento crimi-
nal ha sido reformado ya por todas las escuelas cientifi-
cas y el procedimiento inquisitive ha sido sustituido,
para, bien de los pueblos y en garantia de los derechos
del ciudadano, por el procedimiento acusatorio, yo no s4









32 DIARIO DE SESIONES DEL CONGRESO.-CAIMARA.


porqu6, en este orden de elevada political, vamos a
S volver A los antiguos procedimientos inquisitivos y
debemos fallar sin acusaci6n. Yo creo todo lo contra-
rio; par&eme que A nuestra rsoluci6n sobre punto
tan grave y tan transcendental, como es el de privar 6
una provincial enter de su representaci6n en la Cama-
ra, nosotros debemos exigir que preceda la acusaci6n
en forma, debemos admitir aqui el procedimiento acu-
satorio, que es el fnico que con justicia y con raz6n
puede admitir la Camara en caso semejante. Una sim-
ple denuncia, como son todas esas que se presentan
aqui, no puede ser objeto de una deliberaci6n de la
Camara, ni puede poner por un moment en duda el
derecho, no solamente de estos Representantes elec-
tos; sino ademAs, el derecho de esos miles de electores
que no s6 por qu6, el senior Castellanos supone que no
son tambi6n ciudadanos de la Rep6blica de Cuba, y A
quienes nosotros hemos de respetar y tender.
Donosa cosa es que el derecho de uno, dos 6 cin-
cuenta que ban presentado esa llamada protest, le
merezca al senior Castellanos un respeto tan profundo,
que niegue el derecho A los miles de electores que han
depositado en las urnas sus votos para que salgan ele-
gidos Representantes, legitimamente, los que hoy figu
ran como tales por la provincia de Matanzas y que ha-
yan de merecerle tan poco aprecio sin una acusaci6n
en forma; sin que vengan A precisarse los hechos que
determinaron esas infracciones y donde y como se co-
metieron esos abuses; y demostrarse porqu6, esas elec-
ciones estAn viciadas; y que para colno de ligereza
todos nosotros, desde el primer moment, admitamos
esos defects, declaremos graves esas actas, y suspen-
damos. aunque sea por un solo minute, el que sean
proclamados esos Representantes, y que tomen digna
parte en las deliberaciones de la Camara.
Que no hay acusaci6n alli, eso a nadie puede ocul-
tarse, eso es una simple denuncia, y me atrevo A decir
que carece de todo funda.mento. Y es muy fAcil pro-
barlo; se trata de actas en las cuales entendi6 la Junta
Central de Escruiinio, entire nosotros se sienta un
miembro dignisimo de esa Junta que nos explicara
que ninguna de esas enormidades han existido, que
nos explicarA que todos esos aparatos que se preten-
den levantar aqui, no son sino prosAicos molinos de
viento. ,Que se dice alli en concrete? Que A conse-
cuencia de ]a elecci6n de Consejeros provinciales, se
hicieron determinadas denuncias, mejor dicho, A con-
secuencia del escrutinio que hizo la Junta Provincial,
por que la elecci6n no fu6 protestada, y que esas de-
nuncias, cuando de los asuntos referentes & ellas trat6
la Junta Central de Escrutinio, dieron lugar A que se
formara una causa criminal que luego, se termin6 por
un sobreseimiento, en virtud de un indulto. Pero es
important consignar tambi6n sefiores, que en esa
causa criminal que estuvo en curso durante mes y me-
dio 6 dos meses, segfn creo recorder, por algunas per-
sonas de las que estAn enteradas de los particulars
con todos los detalles, en esa causa no se declare pro-.
cesado A nadie, y al mismo tiempo sefiores, tambi6n
es curioso que a pesar de esa denuncia el Consejo Pro-
vincial de Matanzas ha proclamado Consejeros, en uso
de sus atribuciones soberanas, como Camara, A esos
mismos candidates cuya elecci6n habia sido protestada.
Y sobre todo, hay otro precedent, do mas fuerza., y,
es, que ayer, en el Senado, se han proclamado limpias
Slas actas, y se han proclamado Senadores a los mismos
que fueron nonmbrados en las elecciones recientes por
esos Consejeros provinciales, que eran los electores en
segundo grado con arreglo A la Constituci6n.
De suerte, seflores, que la elecci6n de los Represen-
tantes no ha sido protestada, solamente ha sido pro-


testada la de los Consejeros provinciales, y los Conse-
jeros provinciales estAn ocupando sus sitiales en el
Consejo Provincial de Matanzas; y lo mismo puede
decirse de los Senadores A quienes ellos eligieron. 4Pu-
diera decirse que hay alguna deficiencia substantial,
cnando los Senadores estan ocupando sus puestos en la
Alta Camara? Y precisamente, los Representantes,
sobre cuya elecei6n nada se ha dicho, nada se ha pro-
testado, son los que estan bajo una especie de singular
entredicho y son los que no deben ser proclamados
tales Representantes con menoscabo de su derecho.
Sefiores: esta anomalla result para mi inexplicable,
yo no creo que esta Camara adopted semejante deter-
minaci6n, yo no creo que nuestra Asamblea vaya a
ponerse en una contradicci6n que realmente seria de
graves y trascendentales consecuencias y mantener
opuesto criterio que la otra rama del powder legislative
cuando importa para el desarrollo de la vida organica
del pais que ambas marchen en armonia perfect. Yo
no creo que la Camara se adelante A hacer apreciacio-
nes sobre esa elecci6n, cuando en absolute no le ha
sido sometido ningin cargo concrete.
Voy A terminal, porque me siento fatigado por una
parte, y por otra por que creo que en lo que hace 6 la
part del tema que me proponia desarrollar, he dicho
lo bastante, y quisiera dar ejemplo de sobriedad en
los debates, no porque me crea con autoridad para ello
sino porque debemos seguir este camino, guiandonos
por el pensamiento y en las altas miras que han ins-
pirado hoy las palabras del sefior Xiques. Pero antes
de terminal, en realidad soeiores, quisiera hacer una
invoeaci6n a la CAmara. Yo oia el dia que nos cons-
tituimos, 6 algunos sefiores Representantes electos,
que protestaban con energia, con calor, contra las po-
bres condiciones de este local, contra el modo poco
decoroso con que inos haliamios instalado aqui. A mi
me pareci6 aquello de poea importanlia, porque pens6
que aqui 6 en cualquier part, llevariamos el espiritu
de n uestro pueblo, levariamos nuestras sanas inten-
clones, nuestros levanta.dos prop6sitos, llevairiamos el
deseo de llegar a la. concordia, en la cual dnicamente
puede basarse la prosperidad y la consolidaci6n de la
Repfiblica cubana.
4Qu6 import quc el sal6n est.6 i1. h.ij i1-. de galas.que
estemos estrechos 6 inc6modos aqui, si son los mismos
hombres y las Inismas nuestras intenciones y prop6si-
tos? Pero que s6 yo por q u6, he rectificado despu6s mi
opinion, y me parecia que en los que hacian esas pro-
testas habia un fondo de prolunda observaci6n. Real-
mente se hace necesario que nos revistamos en lo ex-
terno y lo intern y en eso tengo la seguridad que
todos los sefiores Representantes estAn conformes, de
una gran dignidad, que resplandezca en todos los actos
de la CAmara, reveladora de que tenemos conciencia
de la importancia de la labor confiada A nuestras
iniciativas. Y ese espiritu de dignidad, sefiores, que
pudiera ser fortalecido por detalles exteriores, por que
es realmente cierto que todo el que entrara en un
edificio suntuoso, se siente dominado por cierto res-
poto, a las instituciones que en 61 se albergan, A falta
de esas condiciones puramente est6ticas ha de mani-
festarse entire nosotros por la sabiduria y la justicia
de nuestros acuerdos, y por ]a determinaci6n en6rgica
de hacerlos cumplir. Seamos muy parcos y prudentes
en estas cosas y sostengamos los fueros de la Camara,
que son los fueros de los Representantes electos y
proclamados, y los fueros del pueblo y no con-
sintamos que una denuncia, destituida de fundamento
venga a perturbar los debates de esta Asamblea, que
una denuncia sin ningin cargo concrete, venga A









DIARIO DE SESIONES DEL CONGRESO.-CAMARA. 33


impedir que ocupon sus puestos nuestros compaileros
los Representantes de today una provincial.
Is necesario que por la dignidad do la. Cmnara, y el
prestigio que exige la. grande obra que esltamos Ilaina-
dos i realizar, ante el pais, nosotros declaremos que
esas protests, no deben ser toniadas en consideraci6n.
y que no estin dentro del espiritu y letoa del artliculo
(? de la Loy, como resolvinlos en el caso de la protes-
ta dol Sr. lHugo Roberts, y que, por lanto, esas pro-
itesas debon ser rechazada.s por la (' -. ,
Si(. C(ASTEL.AXOS: Pido la palabra para. rectilicar.
SR. I'PREsIEN'ltE: Tiene la palabra el Sr. Castlellanos.
SiC. CASTELLAXOS: Sres. Representlanlos: il pesa r de
mi firine prop6sito do cans r poco la atencion de la.
C(iniara, hay algunas apreciaciones lieehas por Imi dis-
tinguido arnigo, el notable y enminente jurisconsulto y
clocuenic orador Sr. Fonts y ', I1i,_ que ime obligain
a volver a1 molestar la atenci6n de la (Cinara,, plara
hacker una rectiilcaci6n que me import inuchlo haier
aqul. El Sr. Fonts y '--I. 1, .. desdle Inego con(0 today
la lealtad, (on today la nobloza, con tod a la bIuena fd
iline ent., en i todos sus acts, quiztis on el calor de la
imiprovi.-aci(on, a rrastrado por esos p)ensanientos quo
a vees a uio l arrastran y euand(lo viell (co11no lIa
venido 61 a la Camiara si un unplan conceblido, (uando
sc lanzan, fnuora de los labios frases que lal 1 iI ...,, no
hia dictado, arrastrado quizxis por (sas c('isas lha.in
:tribiuido juicios y apreciaciones que yo, para gloria
mi,. no ie sostenido nunca. Yo no lie podido pedir-
le :i la (lilll:aa de Representantes de la Repflilica do
Cub i, al] constituirse, que realize fun.ciones policiaeas,
p'1rque tlngo colneptos muy altos de Csia a (Ct11ra1 para
Ilevarla hasta ali. El Sr. Fonts, no (obstaute, reco-
1nocia qua yo no h abia dicho eso exa0ctainente a.si conto
Ml lo tradulljo, porque 61 despu6s reconocia (que e'l lpoder
judicial no ejercia fulnciones policiacas y, sill embargo,
(dcretalIa, prision.es y registros y cal tu! as; el 1poder
judicial no ejerce funciones dc policia, y sin -emlnbargo.'
avorigua y 'conipruleba el crilinen. S6 (qule 11o es A es('
powder A( quien corrIsp(ondle esas funciones, conlo Is -
guro que no hle pedido 1 la CAmaran que liaga do poli-
cin: solo 1 hie pedido que anie la protesta de un (dadlno, delo soar atenta, y oiria, y que puede resol-
verI, p1or(que liiie facultad para oir esa.s quejasl y
1i1(<1ed resolverlals con nueostros votos. Yo entiondo
lque lai1indo ul (ciudtl ano rec'rroe esta ('aiara, y
(lenulnci: un lie('ho ante ella osta.mos en l deber o d
(irlo y de la dignidad (d la. ( .i.. no se afecta. ni so lastiima
miinic, torque ella oiga1. las quejas de l]o ciludadanos.
En esto soy tan contrario ia Sr. Fonts que he sentido
lioy profunda conlrarieodad cuando al llegar -1 la 1puer-
ta do este edificio, la lie encontrado cerrada para el
p()tlico. \A(tii somios 1Represenitantes, del p)eblo,
nuestro primer "delber s tender a las quejas ld (se
pueblo, ianIto 1ins1 euan11 o que 61 viene a l lilartad
por primera vez. eu(ando tenemos 1necesidad de tener
suma l'enevolencia con sus quej s afn1 cua1ndo nos pi-
da, cosas (ilue no e'sternoos obligados A diarle, nuistro
delier es oirlo. v enise1iar'lo sobre todo. A este puelblo
que inea1a ( de d(rriniar tanta sa5ngre por la libertad.
( (~na voz cn, il l(;do ide la, der(cicha: ifV .-' ..*)
Y decia el Sr. Fonts, que y-o no habia Iablado do
los requisitos do f orma de la. queja del senor Ilugo
Roberls; i,y para. qu(? podia habier afiadido algo, y algo
uis imilorlanl ene( este (erreno y as que los requisitos
de forlma no deblenI preocul.'parnos ni estas circuInstain-
cias en las cuales nosotros tenemos el deer d( s-up1o-
nor en eslas rec'la.mneioiies todlos los requisites dle
forma precisos 1para1 oirlos 1porqueO 01 esa materia d(ada
nuestra pocal poi.c1ti ;a1 d( la. vi 1d pol tica., d(ado (1le (es


el primer paso que realizamos en el Gobierno, la CA-
mara no debe fijarse en esos pequefios detalles, porque
con eso va ( dale A entender al pfiblico que trata de
eludir el problema. A todos nos consta que la pro-
testa estA, firmada por ol senior Hugo Roberts, si, nos
constaba aunqu(e privadanmente. 4Porqu6 habiamos de
poner en duda lqfe aqlulla firnma era autentica del so-
fior Hugo Roberts, si no justifieaba su character de elec-
tor? gPero podemos nosotros llegar hasta el extreme
de exigir que el senior Hugo Roberts justificara que era
candidate? I,Para qu6? si a todos nosotros nos constaba
que 61 era canldida.to en la provincia de Pinar del Rio?
Eso es un hccho pfiblico (que no necesita justificaci6n.
il'odiamos aceptar une se empequnefeciera el debate
hasta el extreme de convertiruos en pueriles discuti-
dores de hechos conocidos? Solo nos faltaria entonces
exijirles un timbre y un papel sellado...... como antes.
7'..-. I 'OS miramoes sts sts eosas con mins altura, con
alguna grandeza. Yo no digo que l.-i ....- de dedicar
atenei6n A la. protest del senior Hugo Roberts porque
cst desprovista de todo antecedento y( de today ]a sig-
nifieaci6n que boy so exige a los Representantes de
Col6n. No. Nosotros hemos consagrado nuestra aten-
ci6n, nuestro studio y conmprobemos con documents
oficiales sus quejas y precisamente por liaberlo hecho
le decia la ("in .I 'ra: ;,Si esta es nuestra conduct
(o'n un ciudadano qute formula n (una simple queja, en virtud d(e qu6 principio de igual-
dad y en virtue de qu6 loy vigente podremos nosotros
a unos ciudadanos 1apreciarlos caon una media y at
otros con otra? ;,EI vilrtud de qu6 principio de igual-
dad y democracia., nosotros que hemos0 juzgado y re-
suelto esas protests loegadas sin certificaci6n algina.,
boy nos levantamos on esta Cainara para decirles a
los ciudadanos de Malanzas: "''cuando ustedes quie-
ran quejarse. porque sois seres onerosamente privile-
gialdos, porque se trata, de uina representaci6n distinta.
ustedes tienen que venir con documents que no exi-
jimos at los deomis? Eso era 11o que yo decia en el seno
(de la Comisi6n.
Y tambi6n me suponia A nlli mi distinguido a.migo
el senior Fonis una, .. i i. '.,i. que 61 entenldiA6 al se-
gura.mente, cuando deciaL (lue yo en el dia de-anteayer
citaba, el ejemplo del Tribunal Supromo; que no conde-
,a)b eouando no habia a.cusa.ciOn. Tengo la, seguridad
do no haber diclio eso on ningiuna p]arte, porque co-
nozco perfectamente las funeiones del Supremo, por
rilz6n de la practice diaria anto ese T:l',i ii. Yo de-
cia. que algunas veces el Tribunal Supremo solia decir
en sts considerandos, que anunque la ley se habia in-
fringido, que a.unque exitia una violaciOn (del derecho,
61 no podia repa.rarla, torque no se habia solicitado en
tiempo 6 en forma. Esto es una cosa completamente
distinta: pero aiin a.elptando (que yo hubiera dicho
aqulellas (eioi includible de atder miis quojais (iue son .I.i -.
de un pueblo.
Cree el senior Fonts que la Caimara, no debe proceder
nunea por el sistemia inquisitivo. ,AC6mo habia de
pensar yo, que no conozco la I istoria mai s que por los
libros, como habia do efenderl las viojas y rancias
teorias de inquisici6n y no lals teor'ias modernas en
las cuales lie vivido y progreoado. Yo qu(eo he venido
a la vida piblica sin reza.gos de la vida pasada, no
podia pedir a la Caimara. qu(e so convirtioera on inqui-*
sidora y a.1 Presidente que se tornaira en unl Torque-
mada, 6 eln un don Pedro de Arbuis. Yo decia A ]a
(Cillara; si alli no labia. acusacei6, si no habia una
Iaeu1lei6n perfect en el orden forinal, una acusacion
liheCa en formia con0 todos los (rquisitos legales, ,por
(iu exijir esos requisites e(xternos a esos eiudadanos










1-1 1,Lh~)JAt() j1)1] SESSIONS DIE COIN~lHKSO. C Y\IARA.
'34 't""~~~.~" ~ ~ -


mAs desgraciados que los otros, A los cuales no se les
oxiji6, .. .i I .. I.r' nosotros at una vOtejaci6n a que no1
homos sometido a los demai, quc no hban tenido nece-
sidad de Pi- 1i ..'- su character do eloectores? Puede la
'1 ... :, emplear el antiguo )isi:ma t inquisitorial 6 el
acusatorio tan antiguo como aqu1l; i il... ., ,, pero
d(ejar de resolve esa acus:aci6n, im'ltando lo quo hacia
el senor Albarrln, i"' i, '.., i.I. solbr el estado de mi
Ila'ringe. (Risas.)
,Puede proceder la ( ...... .. de esa nmanora? No. El
derechlo del ciudadano es cosa miuy gorandoe para que
nosotros lo tomemos con 1a pom altentci6n, 6 quizLs con
la indiferencia, que pudiera inerecerole a la (Cimara, el
estado de mi laringe, qupe co'sa, muy :' ., .1 .I
Pero u unua quja de uD cidatdano, ulna enuncia que unl
ciudadalno track 6 esta ( i -, ra perfectamelte eocrita y
do(muentada iAh! Desoirla. ,Eso 1no e ] aistema in-
quisitivo? Decirle a la ( a 1 quo (te atienda A esa d(e-
nuncia, que 1cttudie lo (lque ese cindadato le dice, quo
emita juicio con el ciua l razone y a na'licte, para quo fa-
lle 6 sentence, deFipuds do oir la parte que ac usa y la
part que defiendo. lEso (que es eI juicio y no el pre-
juicio, que significaria la, coinsiula dol Sr. Albarriin,
eso, 1o prinie0o, es lo que yo pedia 6 la C Binara, porque
para lmi puede e autoriadiimnla, y elocuentisima laI
'palabra del soiior i'Fonts. pero no puede c onvencerlme
de que utna (f0inia puede deirl( e olA un ci (daano: "N0'o
velngas aqui a iller'rum!pielio co tulls quejas rmis de-
lbat.es; Do veng'aisti crt;liilo dific'alt;in es, ciorro i ui puer-
ta y no dejo ubilr A un pll]lli(co que n' m oles0ta y mor0-
-'' (y dipgo que todo c'so es 11una caminltniat y ulia,
iniseria,, porque asi lo preljuxgo."
Porque el senor Fonts e(tienda qu(e eso es aIsi y yo
mll oponlla h u prtle(;onio6n, (eno 1no cs pedlirle a la I'
mnara que sso convilrta el policma, an iquiiAsidova.
Yo Ie pido simple y soncillaminenI ; A la ( .. 6 olhl
(ie no tieile imas volunltad y ,soi)ora1Mi111, ui 10ns ma"-
datlo ni auitoridad (qie llo qu e le d1ila autoridad de eoe
pueblo, (que es soberolo, alitondia eso pueblo cuando
so quoja y forlmuila 1t (ulll ja, (' rtesmIent en uso de t suc
dereciho.
SBi. FOP,!S: P'ido la palahra para rectificar.
si.. P u-]DI'; He: ia tiueo M, H.
Su. FoNTs: Yo sy el prlimero i n aplan.dir los arran-
qules oratorios del r1- (e o'. C istt lloI p)ero teng'o que ]i'o-
.tostar de ellos cuanlt o ipreleonde 'lcrmnle vietinma de su
enltusiasno y de sut- i'raes gpa.launa.;.
Quoria presentarml (e Ir. A (a,1e11anob a Ia (A'imarat v
al pais, no un de(lensor de la tirania, un retr6,g-tado
impenitelnte y yoproo l tco1nt'ra esot a firmaci6n dol se-
fior Castellanos. Yo Hieonto un ])ol'olido r(esp,)eto [orp
In demnocracia biein untendida, por los dereclhol.s del
pueblo y (del oillladano.
La, diferencia est on li hc o de conlsiderar comno yo
lo hago que tsodo sHon (itinltdadanos, lo nismo los electo-
res, (oue los P 1. ... I i,,' ; elecLtos, (uoe los que lil
formula, do cst,a, protisc ia eri tan(,o que ol Sr. ( 1 ,all-_
itos solo d sa o eonsidherPaei6 ;i, los (ltimos. De i-uetle
que yo o o ve\iia j,1roel';findto 0l principio de cue "so re-
chlazar, la ]1i protesit 1'a unda dte los electors y que 1la
C(mara, procedienido con unlla lirania i'soport.able, se,
negara t oir aq(uelhlis qluejas.. Lo lfnico (que yo decia,
y on lo cual me 'ral(ifi(o), A pe(r do las violentas pl-
lablras del Sr. ('aste;la.nos, eR que ula ,ia no podia,
est-ar a l dit s (pl)osd6 d chalquier ciu(ida da( o que in-
formiahlmenteo viniora ( 't formiular uina protest, y (ii-
siera toneri, l'Ia ,se. uy claDra para exprecarlo aun--
qne ose cilua dandato I'iera, sHCForesi el mais alto nm.gis;
tra.do del pia,, nl (! i;ma, a no puedo plrestarsle o oi
maiiifestacioines destituidam de Lodo fundamenito, mia-


nifestaciones atislasda, que no vienen enlazadal ni re-
lacionda das on la olecci6n de Representantos.
Deinuncias simpilOs, loenas de generalidadoe, on (uio
no se concrete, inglin cargo. "; ." i suiieiontemlentol
podrosasI para q(uo ila ( "'an .i demorara 11n, solo
minllto (n 111d p(osesion esos Repro(selnta'nies do la,
provincial, de Matanzas? Yo respeto los principios de
la verdadelma democraciati y comulgo con ellos comno 1l
seflor ('astllano1 s p)eroo por lo mismo me opou'go 6 ( quo
lnootros de(1lar(emos 6sto: que la C(miara c(sti obligada
a oir ceialquier docu(minto que se til.ule protesta, y
que so p1rei'nte la MAesa 6 a la Secretaria, y declare
por ese nsolo Ileelho graves las acts 6i que so reoliee.
Ale pl'ermitio lilcar tlamnlidn lo cque 1h dicho el sefno
(as:tellano- (on re''laeci(n al ca so de 'a prolstwa del
sefioLr lugo Robert, entonces no discutiiO's la]t cies-
1i6n d(o iornima, sino que inmediatamenlt enltPtralnosH en
la, nesti6'ii dloi fon o, -para deterlminar qul e li prot'esta.
del wsilor 1ing'o Iobert. por infullndada, y por Do l' er
a.b.solulitumenle yliig'uno dulo ls reqiuisios fuin(damenrlta-
les, rato i(iale, no debb sler tomada, on coiiideraci'11n
del)ia sor reIcazada. Es Io que yo opino cao resipcto
a osa, n l ritulada protest. Es cuanto tonia (que
dei r.
i PI^l',1 )]', : i,.- la palabra o I Sr. Villlendai .







('1(.1 1illN t'Sii'ii].i('Sl
tiii. Vi i |'' i \ (E.)' : le lores oeprl e cnlanl es: Yo
no pen1','a, entrar en esteo debate, es Ini, lai! ento
proflu dniii ento ,entrirl oln el. i el seniorr (a tl(ellan<)s,
ini distiiinguido amioi, lnto yme hlubiera aludido en la,
sei,,-6n de dia S, y si Do me lhubiea, tambidni aludido
el s(0or '('ontsi n eI l dia do oy, de seg io (iqu yo nol
hubiera ha 'la do, porl( ie me ento ueo1iro en una, situia-
Ceio uny ll espt t l. Yo estoy proftndaimente inipresio-
o ina do )o'(e soy dce l aos (qu on political, coio len olo,
e(on que "o!)as soi amores y no bllenas raz/onH" y
es muly (Aimodo hablar del pueblo, ha)lar, delo Juez
Supreinio, hal)lar do a soborani.a y in ei baio a la
horat do cumplihr su mandatoH volverle las esp)alda, y
pord aitiiliii' el tbte lton unos moi'enitos on que pintde er
miuy piliproso para 10 futL uro y que1 de-i (Sdo leog'o es'
o1 cen1 durable 'n eIl preent e. (' iandlo el sf(eor
Xiqlets sHo levantalaba, al comenzar la sesiO6n y ha.blalb',
de no ilicinir o,)strucc:'on Oe los debates, yo decia: (e!
e(s la v\z del vreinordimiento: porque ni el seior Xiquo%,
ni los Sopreese;itantes ca .giateyano,(' esta.lbau a.q(ui lan
noc(le, la. no)e( del (dia v s i h iei n acnudid')l Io
efioren's (epre entl antes naciou;nlista v esav ('ta i ,'naa
hbWb ,ra coielerado sesi6n, ihal)rimo, terminillado (este
dlo)at.e. Y es imv de lanienareso tambi`n{i, que ;yver
no llaya habido sesi6n lampoco y (quoe byani(s perdi-
do lashlinosamenwte an dia, cuando nueltros' .oelanuento
(,-1 .... que .'* .- sesi66 lodo, losi diha Y puedo
11ei;ar ol s-ior Estrada Palrma mafuiaa t la ciudad de
la1, Ilabau y enterars'e (do todo esto, de qte no es afiU
el I .. .. i. I... de n RepOblia, de que la, (i nmara do
'leres(nlantest estA dando un eypecthiculo (que yo no
(quiero caifikar, quo no ha hieclio todaviai la, proclaina-
(i611n d( todos sus Representateh; (Ique no ha, noinli'brado
a(W ;n -; definitiva; y (que no so hIa. riconido toda-
via ( ( 'Iongreso paia, proclanmar il l>residente, coino
(S nueliro deer lincludiile. Y vo. (Vequo hNi sido aludido
por in distinguido compailaero, iteng'o necesidad de balar h p-ar O( a, situaci6n de
anilno on que me eOuutro(: despus de ioher o(do Ila,
leciunra, eso que se {lara, protesla, y (ioe qlis propia-
mente, debiera lamarse nll disparate, porqu(e esa. docu-
!mnieidci6n no so ha ,b '. 'P, ,l (A Ilinara de RepresCn-
laniOs, y en l1a soe .;1, que se andiien las elecciolnes
d(I Henadores, que se antulen las eleeoiones de ( ., i,
ros I ,... -... .' cosa piara la ua l la, Canmara de -









DIARIO DE SESIONES DEL CONGRESO.-CAMARA. 35


presentantes no tiene facultades en lo absolute. Para
eso estan los Consejos Provinciales, para eso esta el
Senado, para declarar quienes son los que se sientan
con derecho como tales C.ii--j.-1..- y coin tales Sena-
dores en el Consejo y en el Senado. Pero es mis
sefiores, el articulo 96 de la Ley Electoral que se ha
invocado dispone que en cualquier tienipo antes de la
proclamaci6n de los candidates, puede cualquier
elector acudir A la Camara, pero si efcctivamente
nosotros somos los legisladores futures del pueblo
cabano, como decia el senior Castellanos, ( ojala
que lo seamos de verdad) debemos ser ahora por
por consiguiente, aunque no estemos en funciones, los
encargados de velar porque la ley se cumpla al pi6 de
la letra, y en su espiritu. 4Pero es que los que aqui
han protestado esta tarde en ese docunento no acu-
dieron en queja 6i la Junta Electoral de la provincial
de Matanzas? Ino acudieron a la Junta Provincial? Si;
acudieron, y la Junta Electoral de la provincial de
Matanzas desech6 sus protests porque carecian de
todo legal fundamento. ,Cual haa sido el espiritu del
articulo 96? ha sido consagrar siempre el derecho del
ciudadano, cuando por accidents 6 vaivenes de la
political, no ha podido usar de su derecho a su debido
tiempo.
Pero me interest muy much hacer constar esto. La
Junta Central de Escrutinio, A la que yo tuve el honor
inmerecido de pertenecer,-y es ya hora de que yo
agradezca al senior Castellanos las bondadosas frases
que tuvo para conmigo la otra tarde,-no acus6 abso-
lutamente a nadie de hechos delictuosos; la Junta
Central de Escrutinio en un document que yo tengo
aqui, por virtud de una protest suscrita por los sefio-
res Cu6llar y Armas, de Col6n, le dijo a la Audiencia
de Matanzas: "Fundados en un precepto de la Ley
Electoral, doR ciudadanos. con arreglo a esa Ley, me
han denunciado un hecho que de haberse cometido es
constitutivo de delito, yo he hecho el recuento de mis
boletas y me parece que en efecto pueden tener raz6n,
y en la duda, por el cumplimiento de la Ley, por el
prestigio de la moralidad political de todos los partidos
que concurrirAn 1 la lucha electoral, y por el prestigio
mio, sobre todo, yo te pido que tfi cumpliendo la ley
investigues el caso, y si se ha cometido delito, aplicale
la ley como es tu deber." Mes y medio despncs de
haberse iniciado este sumario, no habia afin procesa-
dos, no ha podido haber como dijo el sefor Castella-
nos sobreseimiento alguno, lo finico que ha habido es
un indulto del Gobernador Militar que extingui6 la
acci6n penal, pero en realidad no habia nadie que fue-
ra responsible de esos hechos, si es que fueron delic-
tuosos. APero fueron delictuosos? El Consejo Provin-
cial de Matanzas estudi6 los hechos, y en un informed
notabilisimo resolvi6 desechar la protest.
De modo que el Consejo Provincial de Matanzas es-
tudi6 perfectamente todas estas protests, hizo una in-
vestigaci6n cumplidisima, tuvo a su vista todos los
documents y confi6 en la misma certificacion que pre-
sentaban los protestantes; pero, A pesar de eso, tenian
menos votos que los proclamados.
Yo me pregunto: 4qu6 es lo que se proponen los se-
flores Armas y Cu6llar? Es ello que en estos momen-
tos la COmara'trate un asunto, sobre el que ha recaido
una soluci6n, que tiene la autoridad de cosa juzgada,
y le preste su atenci6n en moments que para nosotros
son perentorios?
Yo voy a terminar pidiendo k la Camara. que acepte
como bueno el voto del Consejo Provincihl; que tenga
por importunas y mal presentadas las protests que
acaban de leerse; que no pida, cosas que no pueda ob-
tener, y que proclame a los Representantes por Ma-


tanzas, participindoselo al Senado, y proclame Presi-
dente y Vice-Presidente de la Repftblica de Cuba.
Cualquiera otra cosa seria apartarnos de un asunto
tan transcendental y grave, por otro mas pequeno y de
detalle, exponi6ndonos a la censura de nuestro mismo
pueblo. Y yo no ihablo de patriotism, de nada de
esas cosas, quizis porque no tenga necesidad de cllo;
pido que se tenga en cuenta esto: el pueblo (y es ]a
primer y filtima vez que voy & usar esta palabra)
dirA mariana que nosotros estamos sacrificando cosas
muy graves, por otras que no lo son tanto.
SR. XIQUES: Pido la palabra para una alusi6n per-
sonal.
Sa. PRFIDEFTE: El sefior'la Torre la tenia pedida.
SI. LA ToRtE: Se la cedo al senior Xiques.
Sa. XIQUEis: Sefiores Representantes: El senior Vi-
lluendas, que ha estado, dicho sea de paso, no conmi-
go, sine con otros compafieros que se sientan en cstas
sillas, un tanto duro, *mE ha parecido, realmente, al
hacer la alusi6n, una especie de Romero Robledo, por
lo agresivo. Ha dicho que yo, a impulses del rernor-
dimiento, me habia levantado A hacer uso de la pala-
bra excitando el patriotism de todos, para que aqui
todos jurAsemos ante la Patria no emplear sistemiti-
camente ese instrument, el obstruccionismo, que tan-
ta, perturbaciones ha causado en el sistema represen-
tativo y parlamentario; y yo le digo al senior Villuen-
das, que me he levantado a impulses de la line de
conduct que los Diputados por Puerto Principe nos
hemos trazado. Ni mas ni menos. Nosotros que tene-
mos algunas afinidades-y perd6neme la ("'in:Ia. esta
disgresi6n, pero es indispensable que yo entire en este
g4nero de explicaciones-con los Nacionales habane-
ros, no tenemos relaci6n alguna con los demas nacio-
nalistas de la Isla por no haberse celebrado afn, como
debi6 haberse celebrado ya, una gran Asamblea Na-
cional del Partido; para que nos definamos; para quo
sepamos, en realidad, qui6nes son nacionalistas y
qui6nes republicans; y hasta para que variemos de
nombre, porque esto de los nombres suele inducir A
error en el interior de la Republica.
Es necesario que variemos hasta de nombres. Voso-
tros (Seaalando la derecha de la ( .;i ....'.) -s llamais re-
publicanos. Pues qn6, ,no somos republicans tambi6n
los nacionalistas? Nosotros, por otra parte, nos llama-
mos pomposamente Partido Nacional Cubano, como
si vosotros fuWrais extranjeros. Esta terminologia, es
insostenible. Por lo demas, se hace absolutamente ne-
cesario que sepamos qui6nes son en esta CAmara los
que piensan liberalmente y quienes n6, porque hay
muchos nacionales que piensan como los republicans
y muchos republicans que piensan como los naciona-
les; y hasta tanto en Cuba no se haya planteado esta
important cuesti6n de principios y no hayamos defi-
nido bien nuestros credos respectivos, hasta ese mo-
mento, digo, habra una profundaa confusion en toda la
Repiblica. Y dicha definici6n de principios urge, por-
que es necesario que los partidos digan, para que el
pais lo sepa, con qu6 criteria van al poder, con qu6
criteria van A gobernar, y hasta con qu6 criteria cen-
tral piensan acometer la labor legislative.
(El Sr. President agita la campanilla llamdndole al
orden.)
Sn. VII.LUENDAS (E.): Sr. President: el Sr. Xiques
se Pale de la alusi6n personal. *
Sn. XIQums: Yo lamento esta interrupci6n, pues
debo decir A la CAmara que cuando se plantean cues-
tiones de actas, en los Parlamentos, se suscitan tam-
bidn cuestiones de political general, y suele permitirse
cierta latitud en la palabra; estoy tratando, sefiores, A
mi juicio, un asunto de suma importancia, y yo apelo










36 DIARIO DE SESIONES DEL CONGRESO.-CAMARA


A vuestro propio testimonio para que decide. Pero va-
mos a la alusi6n personal del Sr. Villuendas: Sr. Vi-
Iluendas, no a impulses del remordimiento, sino a
impulses de la line de conduct que los Representantes
.-;ii,, ._.';\ -i i.' nos hemos trazado, Ilevanos a cabo un
acto que exigia nuestra conciencia y nuestro deber;
porque nosotros-ya lo hemos dicho--tnemos afini-
dades con los nacionalistas .habaneros; pero, en ciertas
y determinadas cuestiones, nos emancipamos, reivin-
dicamos nuestra, libertad de acci6n y cumplimos con
nuestro deber. (Aplau.,os.)
No ignore que el obstruccionismo 1ha sido usado al-
guna vez con provccho, como aconteci6 en Roma en
cierta 6poca memorable; alli, segin se (lice. apareci6
un orador e6lebre, Cat6n el Menor, que con un largo
discurso de dos 6 tres dias pudo salvar y salv6 la Re-
pilblica; mas eso es exceptional, completamento excep-
cional.......... (El Sr. President interrumpe al orador
agitando la campanilla.)
Vuelvo, senfores, A la alusi6n personal del Sr. Vi-
luendas; unos minutes nada mas, Sr. President.
Seflores: necesito explicar los hechos on que se fun-
da el Sr. Villuendas para hacer la acusaci6n que aca-
bais de oir; Sr. President, las cosas ban sucedido de
esta manera: los nacionales estaban esperando fuera
de aqui, no s6 si estoy bien informado, estaban espe-
rando que llegara el Sr. Castellanos, torque el Sr. Cas-
tellanos habia quedado en el uso de la palabra en la
tarde de ayer; y en los mismos moments en que el
Sr. Castellanos llegaba, se levant la sesi6n por falta
de quorum. Luego, aqui no ha habido remordimiento
ninguno, sino que en virtud de hallarse ausente la
persona que tenia que sostcner la acusaci6n contra las
actas de Matanzas, no habiamos entrado en esta Sala,
esperAndole; pero, cuando ibamos A entrar, nos
dijeron que se habia levantado la sesi6n por no haber
quorum. He ahi todo. Terminar6 diciendo que
el senior Villuendas ha dado esta tarde una prueba
manifiesta, evidence, de ser un politico inhabil, por-
que si 61 hubiera pensado en las consecuencias que
podian traer las palabras que acaba de pronunciar, no
harbria aludido A los nacionalistas de Camagiiey en el
sentido que lo ha hecho. Cuando yo empec6 A hablar,
hicelo en tono de conciliaci6n y de concordia, pidi6n-
dole A todos los partidos.....
St. FONTS: Pido al Sr. Secretario lea el articulo 1 17
de nuestro Reglamento.
SR. FERIA: Secretario: (Lee.)
"Articulo 117. En la. discusi6n de las enmiendas s6-
lo se podrA usar de la palabra una vez en pr6 y otra
en contra pudiendo rectiicar una. vez sobre hechos y
concepts cada uno de los que hayan hablado."
SR. LA TOrRE: He pedido la palabra para rogar a la
Presidencia que con vista de que existen esas recla.ma-
ciones presentadas en tiempo oportnnoseguln la Ley que
nos rige, sobre la Constituci6n del Congreso de ambas
CAmaras, pasen esos documentos A la Comisi6n do
actas, porque no es possible tque nosotros podamos aqui
decidir. Es lo que yo pido.
Su. GARCiA CARIZAREs: Pido la palabra Sr. Presi-
dente.
SR. PRESIDENTE: Tiene la palabra el Sr. Garcia Ca-
i /.:I I ,-.
*Sn. GA RCA CAnIZATRE: Era, para decir que estaba
de mas todo lo manifestado por el Sr. la Torre, por
que aunque 61 no quiera confesarlo, para mi es sin
duda, que ha consumido un turno en defense de la
proposici6n del Sr. Castella.nos. Yo suplico al Sr. Pre-
sidente de la Mesa, que tonga present el articulo 117,
y que no se concede la palabra a ningun Sr. Represen-


tante sin que esplique antes clara y terminantemente
que es lo que entiende por cuesti6n de orden, y en quie
se basa; para que no se promuevan nuevos debates, si
alguno quisiera imitar al Dr. la Torre.
SB. GAROIA KoIv, Secretario: Pido la palabra Sr.
President.
SR. PRESIDENTE: Tiene la palabra el Sr. Garcia
Kohly.
Sit. (GAnRiA KoLIY, Secretario: Para hacer una pro-
posici6n concrete; para que cumpliendo extrietamnente
el espiritu del articulo 117, habi6ndose consulmido
respect del voto particular del Sr. Castellanos, dos
turns en pr6 y dos en contra, con sus correspondien-
tes 1 li! ... ;..". -. se proceda A la votaci6n.
Sn. VILUjENIDAS (E.): Pido la palabra para una
cuesti6n de orden.
SR. SARRAiN: Pido la palabra para una cuesti6n de
orden.
SR. SARRAiN: El Reglamento dice ........
SR. VILLUITND)AS (E.): Sr. President, yo la he pe-
dido antes.........
Si. CASTErLANOS: Pido la palabra para una aclara-
ci6n.
Si. (ARCliA CAR IZARES: Para una cuesti6n de orden.
Me parece (ue el Reglamento esta bien claro. Yo
creo que el Reglamento en su articulo 117, no le con-
cede la palabra. No obstante la Mesa resolvera.
SR. CASTELLANOS: Soy el autor de la enmienda dis-
cutida. Yo quiero hacer constar que no lie usado de
la palabra, para, defender, sino para explicar mi voto
particular la Camara.
( Varies voices de la derecha: Nlo, eso no! Risas.)
Si. PIIESII)NTTE: Tiene la palabra el Sr. Sarrain.
SR. SARRAIN: YO no s6 Sres...... (3(lormullos.) ITa-
blo 6 no Sr. President? Aqui se lee el articulo 117,
y yo recomiendo que en lo porvenir debemos sujetar-
nos extrictamente a lo que el Reglamento dispono en
material, de estos debates, porque lo contrario dI lugar
Ia estas conlusiones, a que aqui se haga uso de la pala-
bra, como acaba de suceder en cstos moments, sin
pedir previamente la venia del Sr. President.
Debe cumplirse el articulo 117 del Reglamento; pero
ha surgido un caso especialisimo respect del cual no
lace mencion el Reglamento y que silenciaba,-segu-
ramente sin intenci6n. el Sr. Mario Garcia Kohly.
Decia este lo siguiente: "El Sr. Castellanos ha expli-
cado sit voto;" suponiendo que esto fuera un turn en
pr6, ha habido uno en contra del Sr. Fonts i.-i I-_ y
otro del Sr. Villuendas, porque 6 yo estoy completa-
mente trastornado, 6 he oido al Sr. Villuendas que ha
hablado del fondo de la cuesti6n, y hasta en su iltimo
parrafo ha pedido & la C6mara que acuerde, insistien-
do en los fines levantados que 61 persigue, la aproba-
ci6n de las actas de Matanzas.
Entiendo que eso es lo que ha, hecho el senior Vi-
Ilucndas, y por razones de equidad, por lo menos, de-
be concederse el otro tuno en pro. Enti6ndase que yo
no voy a pedirlo, sino aquel que tenga el deseo de es-
planarse y finalizando el debate, a votar.
Si. GARciA KOHLY, Secretario: Pido la palabra.
SH. VILLUENDAS (E.): Pido la palabra.
Sa PRESIDENTE: Tiene la palabra el senior Garcia
Kohly.
Si. GARCIA KOHLY, Secretario: Esta agotado real-
mentc el debate, cumpliendo el Reglamento. Mi dis-
tinguido amigo el senior Sarrain, ha explicado con su
habilidad la situaci6n creada por la actitud del senior
Castellanos. El explic6 su voto cuando ]o redact6 y
someti)6 la consideraci6n de la Camara: lo defendi6
enando pronunci6 un elocuentisimo discurso consu-
iniendo un turn en pro; el senior Fonts, en contra,










DIARIO DE SESIONES DEL CONGRESO.-CA.MARA. 37


ambos rectificaron. Su autor habl6 sencillamente en
pro del voto particular, despu6s el seflor Villuendas
para alusiones personales.
SR. PRESIDENTE: Tiene la palabra el sefor Villuen-
das.
Sn. VILLUENDAS (E.): Bastante siento haber habla-
do, pues el senior Xiques me ha llamado "politico im-
prudente."'
SR. SARRAIN: i,El senior Villuendas no pidi6 la pala-
bra para alusiones personales? (El Sr. Villuendus hace con
la cabeza seflales negatives.) Sefiores, decididamente no
entiendo lo que aqui se habla, porque habia oido que el
sefior Villuendas, despues de pedir la palabra dijo, al
principio del como todos los suyos, brillantisimo
discurso: "Yo no queria tratar esta cuesti6n ni en pro
ni en contra, pero aludido primero por el senior Caste-
llanos y despues por el senor Fonts......
SR. GARCiA CATIZARES: Yo siento muchisimo verme
obligado a interrumpir al seflor Sarraain; pero yo creo
que lo primero para nosotros debe ser el Reglanmento
que concede los turns, dos en pro y dos en contra; y
entiendo que consumidos esos turnos lo que procede es
la votaci6n. Yo suplico A la Presidencia que haga se
cumpla el Reglamento; que se someta a votaci6n.
Sn. S \RRAIN: Seflor Presidente: Precisamente yo no
me separo del objeto del debate, discurro sobre la cues-
ti6n de orden, colocAndome, como es natural, bajo mi
punto de vista especial.
Todo reglamento, como today ley, no puede supon6r-
sele a priori arbitrario ni injuslo, y por eso......
SR. GARCiA KOHLY, Secretrio: Para una cuesti6n
previa. Pido que se prorrogue la sesi6n, por haberse
consumido las horas reglamentarias, hasta que se
acuerde algo sobre el particular.
Si. LA TORRE: Ha poco decia el senior Villuendas...
SH. SARAil\: Sr. Presid-nte; estoy en el uso de la
palabra; la he pedido para una cuesti6n de orden; es
para terminal, porque yo deseo que no se crea. que no
se suponga aqui, que yo he pedido la palabra para
obstruir. Yo no insist mis en mis manifestaciones.
Puede adoptarse la resoluci6n que se tenga por mas
convenient.
S. LOYNAZ: Que se prorrogue, y asi no daremos
el espectaculo que estamos dando, que nos reuni-
mos aqui sin resolver nada, cuando los dias corren.
(Estrepitosos aplausos interrumpen al ora or.) Yo pro-
pongo que no nos separemos sin haber terminado esta
enojosa cuesti6n.
SK. SARRAiN: Sr. President; pido la palabra: Yo
no me opongo jams a esas cosas; yo no me opongo 4
eso, cua.ndo vine aqui, vine a cumplir con mi deber, y
estoy dispuesto, si la Camara acuerda que esta sesi6n
se eternice, yo no tengo inconvenient en eternizarme
tambi6n con la sesi6n. (Rixas.) Pero deseo hacer
constar que las manifestaciones hechas aqui obedecen
a exijir, como tengo el derecho de hacerlo, a que se
nos trate por igual a todos, y que las manifestaciones
hechas por el senior Castellanos han sido impugnadas
por dos personas.
S,. GARCiA CARIZARES: Pido la palabra para una
cuesti6n de orden.
Sn. SARnAIN: Yo estoy tratando una cuesti6n de
orden y se interrumpe con el pretext de una cues-
ti6n de orden.
Sn. GARCIA CARIZARES: Sr. President: Para una
cuesti6n do orden: se han consumido los turnos regla-
mentarios con exceso; creo que el articulo 68 tantas
veces citados por mi, debe cumplirse.
SR. SARIAiN: Sr. President: Esa no es una cues-
ti6n de orden en este moment, aun cuando el sefnor
Garcia Caflizares, tiene especial empeflo en pedir


siempre la palabra para cuestiones de orden, lo crea
asi, es necesario primero aprobar la pr6rroga de ]a
sesi6n, para. que luego pueda presentarse esa cuesti6n
de orden.
Sn. FONTS: Yo desco que la Presidencia me informed
si se acord6 prorrogar la sesi6n hasia las seis. Pido
que se lea el articulo 122 del Reglamento por el senior
Secretario.
Sn. GAOciA KOIILY, Secretario: (Lee.)
"Articulo 122.-La revision deberi tratarse necesa-
riamente en sesi6n extraordinaria, y sGlo podr6 pros-
perar cuando asi lo acuerde ]a nilad mnis uno de los
delegados proclamados."
SR. FONTS (Contiilua.) Sr. Presidenie, aqui no se ha
torado ningun acuerdo definitive sobre eso. Nuestro
Reglamento dice que las sesiones terminaran a las
cinco de la tarde y A las cinco acordanmos prorrogarla
hasta las seis y A las seis acordanmos prorrogarla basta
las diez de la noche.
SR. PREIDEJTE: La ( Ia.. n. acuerda, prorrogar la
sesi6n hasta las diez de la noche? ('Pusta rvotacion
ordinaria la pr6rroga de la sesi6n es aceptada por nayio ia.)
Se prorroga la sesi6n.
SR. GARCIA CANIZARES: Pido la palabra, para una
cuesti6n de orden.
SR. PRISIDENTE: Tiene la palabra el Sr. Garcia Ca-
lizares.
SR. GAHCIA CANIZARES: Aunque algfn Sr. Repre-
sentante quiera aludirme, yo no hago caso de esa alu-
si6n que me honraria much, porque se ha dicho que
yo soy el hombre que siempre pide la palabra para
cuestiones de orden. Yo no tengo inconvenient,
pues, Sr. President, en pedir ]a palabra para una
question de orden, esto es, para que se someta a vota-
ci6n si se aprueba el acuerdo do la mayoria de la Co-
misi6n de actas 6 en otras palabras, para que se de-
claren que son limpias las actas de Matanzas.
( Una voz: Ese no es el punto que se ha discutido, el voto
particular del Sr. Castellanos.)
SR. PRESIDENTE: Se somete a votaci6n si se acepta
6 n6 el voto particular del Sr. Castellanos. Los que
digan que si votan con el Sr. Castellanos; y los que di-
gan que n6, lo rechazan.
Sa. PiREZ: Para una aclaraci6n: el Representante
que habla desea saber quidnes tienen derecho A votar
en esta Camara.
( Varias voices: Todos, Todos...)
Su. GARMENDIA: Lo que acaba de'manifestar un
Sr. Representante no significa nms que una opinion
personal. No es cierto, que en ninguna part del
mundo no voten los Representantes que no han sido
proclamados. Tenemos muy cerca do( aqui una Cama-
ra que es el Senado, done han votado todos, y no
solamente eso, sino que el Reglamento dice que todos
tienen que votar. Yo, y conmigo todos los dem6s
compafieros de Matanzas, tenomos que protester y
pedir que se siga. se Reglaiento. Pero hay otra ra-
z6n mas de caractcr legal, Sr. President, nosotros
somos Representantes electos, no por la voluntad de
un Cuerpo Electoral cualquiera, sino por la. imsan del
sufragio. Y como tales Representan'es electos, hemos
sido llamados por el fnico podor legal que ahora tene-
mios: por el Gobernador Militar.
SR. LoYNAz: Protesto.
SK. GAUiMEN:DiA: Un on1mento, Sr. Loynaz: las ac-
tas no han silo declaradas nulas; y mientras esas ac-
tas no sean declaradas nulas, tienen derecho A votar
esos Sres. Representantes.
Sn. PRTEZ: Yo no desco privar del voto A ningfn
comipaficro, es1toy mnuy lejos (le eso; pero como noso-
tros empezamos ahora nuestra vida parlamentaria, y









38 DIARIO DE SESIONES DEL CONGRESO.-CAMARA.


como nosotros empezamos abora a constituir el Con-
greso de la naciente Repfblica., yo deseo que nuestras
reglas se ajusten A lo que en todos los parlamentos del
mundo se hace en casos de esta misma. naturaleza. Y
no se me podra citar un solo parlanento y que se trai-
gan los Reglamentos de todos esos parlamentos, que
seguro estoy de que no hay ninguno en que se diga
que un Representante cuya acta haya sido impugnada,
cuya acta sea dicutida, tenga voto para con61l apro-
bar aquello mismo en que tione gran interns.
Si hubiese un Reglantento que eso consignara, ha-
bria siempre un precepto de orden moral, que conde-
naria ese Reglamento, precisamente porque los pre-
ceptos legales tiienn que ir de acuerdo con los precep-
tos morales, si han de mnerecer respect y consideraci6n.
Lo unico que puede hacer un Representa.nte, cuando
se impugna su acta; es, por el derecho de gracia de la
Presidencia, cxponer aqui siis razones para que noso-
tros constituidos en Tribunal, resolvamios nosotros
en este caso somos los jueces y ellos los acusados.
Sn. GARciA KonLY, Secretario: Pido la palabra se-
for Presidente.
SR. PRESIDENTE: Tiene la palabra el senior Garcia
Kohly.
SR. GAiciA Koi L, Secretario: Senfores Representan-
tes: Yo voy A sefialar con positive. pena un hecho del
cual quiero levantar acta, y es, la tendencia lque se
viene inanifestando de un modo lamentable on la C(A-
mara: y ese hecho y esa. tendencia son los siguientes:
procurar lograr que se resuelva siempre con arreglo A
los arranqucs impetuosos del coraz6n, lo que debe ser
resuelto con arreglo A la mas sensata reflexi6n. Se
hace una oposici6n tenaz A todo, hacienda uso de los
sentimentalismos de orden patri6tico y efectismos de
orden moral; y yo voy A permitirme citar un ejemplo,
& hacer una siplica y dar un consejo saluoable, A
aquellos Delegados ai quienen venga oportunamente
esa indicaci6n: Los arabes al penetrar-y estc ejem-
plo no es tan lejano como el de aquella antigua Roma
-los Arabes al penetrar en las Mezquitas donde se
rendia culto A sus Dioses, tenian la costumbre de dejar
a la puerta sus sandalias para que no mancharan con
el polvo del camino, la limpid6z de las lozas de mAr-
mol de sus temples. Aqui debia suceder otro tanto,
debiamos al venir aqui dejar A la puerta de 6ste, conmo
temple del patriotism y del honor cubano, las barro-
sas sandalias de los efectismos, las sandalias de los
sentimentalismos, aprovechables s61o en determinados
moments, para que no mancharan con el polvo de los
interests convencionales la limpiddz ininaculada del
verdadero sentimiento, del patriotism grande y sin-
cero.......... ( Grandes aplausos interrumpen al orador. )
Aqui se viene a discutir senior (Gonzalo PWrez; mi dis-
tinguido compafiero el senior Gonzalo P6rez viene A
sostener esta teoria: "que los Representantes de Ma-
tanzas-por cuyo voto es Representante el seflor Gon-
zalo Perez-no tienen voto ahora que de ellos se trata.
Ellos que le dieron la condici6n de elector al senior
Gonzalo P6rez no tienen voto. ,En virtue de qu6
principio se fund? Lo quiere deeir? Eso no puede
ser mAs que un "craso error 6 un profundo egoismo.
Prefiero admitir lo primero.
Si. PAREz: Pido ]a palabra para una alusi6n per-
sonal.
S Su. VILLUENDAS (E.): Pido la palabra.
SR. PAiEZ: Con arreglo a los Reglamentos de todos
los parlamentos, tengo derecho a hablar primero por
tratarse de una alusi6n personal
SR. PRESIDENTE: Tiene la palabra el Sr. Gonzalo
P6rez.
Sn. PtREZ: He pedido la palabra para una alusi6n


personal. No voy A hacer historic de ninguna clase,
ni voy A dejar las sandalias A la puerta del temple
como quiere hacer mi compafiero el Sr. Garcia Kolhy,
porque ellas no me estorban para defender lo que en-
tiendo de justicia.
El Sr. Garcia Kolhy trata de elevar todas las discu-
siones A un terreno muy alto, A una region muy eleva-
da, segfn 61 decia al afirmar que no apela a efectisnos
de ninguna clase, ni en el orden moral, ni en el orden
patri6tico, y que no apela, en manera alguna, A los sen-
timientos del coraz6n, que apela siempre A la raz6n su-
prema, y se tocaba la frente en esos moments, como
para darle mayor 6nfasis A su a II ,.., i .'.', pero vo en-
tiendo que cuando se discuten cuestiones de esta natu-
raleza, se demuestra el error con hechos no con pala-
bras, porque cuando las palabras son buenas y estAn
bien dichas, arrancan aplausos, pero no convencen a
nadie. Lo que convencen son los hechos.
Yo afirmo, yo puedo afirmar. yo me comprometo a'
demostrar A esta CAmara, que no hay un solo Regla-
mento en todos los parlamentos del mundo, donde se
consigne que un senior Representante cuando su acta
esta en tela de jnicio, tenga voto para decidir las
cuestiones que se discuten, en su favor 6 en su contra;
y si esto no es verdad, yo espero que se me demuestre
el error. Pero no se crea que yo trato de privar del
voto a mis compafieros. Lo que yo deseo es que so
trace una linea de conduct no con arreglo A las con-
veniencias de un grupo determinado, de personas que-
ridas, sino con arreglo A las pricticas universales se-
guidas en esta material.
Yo lo que deseo es que no se siente este mal prece-
dente; que si mafiana tenemos que cumplir el altisimo
deber de impugnar la conduct de uno de nuestros
compafieros, no venga el individuo mismo A decidir la
cuesti6n, y A hacer de Juez y parte al mismo tiempo.
Es todo cuanto tengo que objetar, por el prestigio,
por el honor de la (''i ia;:1. Yo no tengo interAs de
ninguna clase, en la cuesti6n ni hablo en nombre de
ninguna colectividad; sino en nombre del derecho, de
la justicia y de la moral; sin efectismos de orden pa-
tri6tico, ni de orden sentimentalista, sino con arreglo
a los dictados de mi conciencia. Nosotros no debemos
sentar reglas, que traspasando el Reglamento, sirvan de
acomodo a determinado grupo, A determinada persona.
Aqui se trata de una cuesti6n muy grave, se trata de
algo quc afecta A la dignidad de esta CAmara, de algo
que afecta al orden moral, que siempre es respectable.
Aqui lo que se ha impugnado por mi es algo que pa-
rece criminal; y no se alarmen los Sres. Representan-
tes, que no va con ellos eso de la criminalidad.
Yo deseo que en esta material se siente una regla de
conduct, porque por mi parte deseo que solo puedan
votar los que no tengan interBs director ni personal en
este asunto, por el prestigio de la CAmara, y i de que
sus resoluciones no sean obra de la conveniencia poli-
tica, sino resultado de la conciencia. Lo que quere-
mos es que los Representantes se inspiren en esos he-
chos, que no se precipite la votaci6n, apelando preci-
samente A aquellos mismos que tienen interest en que la
votaci6n se verifique, para que sus actas se aprueben.
Yo demostrare que la impugnaci6n A esas actas no
aeleta A la inmensa mayoria de mis compafieros, sino
quizais A uno solo... ( Varias voices interrumpen al orador.)
Si. VILLUENDAS (E.): Pido la palabra sefior Pre-
siden te.
Si. PRESIDENTE: Tiene la palabra el Sr. Villuendas.
Si. VILLUENDAS (E.): Sefiores Representantes: los
Representantes de 3I:i I;I .a- pueden votar aqui. Yo
no s6 si algfin ecglamento de los parlamentos del
mundo ]o dice 6 n6; pero sino lo dicen lo siento por










DIARIO DE SESIONES DEL CONGRESO.-CAMARA. 39


ellos y eso prueba que'el parlamento de Cuba al cons-
tituirso de acuerdo con su tiempo, se adelante A ellos
y es uno de nuestros progresitos......( Risas v aplausos.)
No son los Sres. Cardenal ni Garmendia ni los
otros sefores de la representaci6n de Matanzas, sino
que son Representantes de un grupo electoral que vie-
ne aqui A defender este derecho, el de sus mandata-
rios. Es mny c6modo, Sres. Representantes, hablar
de Ley y hablar de moralidad political, pero es injusto,
sobre todo cuando se refieren a la derecha de esta
CAmara que iha dado ejemplos de sensat6z, por eso
pediamos que se prolongara la sesi6n para terminar este
asunto enojoso, por eso hemos lanmentado el que ayer
no se haya abierto la sesi6n. Se nos hablaba de mo-
ralidad political, y sin embargo yo casi podia estimar
como inmoralidad political la violaci6n del articulo
tercero de la Ley electoral, que express que no es com-
patible el cargo de Representante con el de otro cargo
pfiblico, y yo que he venido aqul renunciando el pues-
to que desempefiaba, para que nadie me pueda tachar
el sentarme aqui, violando la Ley de la moral, me pa-
rece podria exigirlo 6 algfn Representante que se
sienta en aquel lado (Sei-lando hacia la izquierda.) vio-
lando ese precepto terminate de la Ley. No hablemos
pues de moralidad political los que estkn dando en
estos moments ese ejemplo do inmoralidad. Vuelvo
a terminal; otra vez debemos prescindir de banderias,
porque esto no es cuesti6n de partido, y pensemos que
sobre todos los intereses personales estAn en estos mo-
mentos los lazos de solidaridad social en un afecto y
vinculo comnin, porque se trata de algo convenient y3
beneficioso para todos; el establecimiento de nuestra
Repiblica y de los medios para su desenvolvimiento,
su paz y su cultural.
SR. CARDENA.L: Pido la palabra.
Sn. PtESIDENTE: Tiene la palabra el Sr. Cairdenal.
Sa. CARDENAL: Se habia expuesto que la represen-
taci6n de Ma.tanzas, personal interesado en que pros-
perase la proclamaci6n de sus actas, no podia en ma-
nera alguna inttrvenir en esta votaci6n. Desde luego,
el Sr. Perez, al concluir su discurso, expresaba que
la oposici6n que se lhacia a los Representantes de
Matanzas a ser proclamados, no se referia de un modo
principal a la totalidad integra de esa representaci6n, ni
A la mayoria de ella, sino que se rereria de un modo casi
exclusive i alguien, y me parece singulariz6 entire los
ocho individuos que componen la representaci6n de MAa-
tanzas. Debo llamar la atenci6n de la Cdmara acerca
de un extreme, y es, que la protest presentada, y que
motive la enmienda del Sr. Castellanos al dictanmen de
la mayoria de la Comisi6n de actas, so refiere sencilla-
mente a una protest formulada en lo que respect al
colegio de Col6n, el cual no tiene mis que un inmero
pequeio de electores, que no excede de dos mil ocho-
cientos aproximadamente, y yo puedo asegurar con
pleno conocimiento del asunto, que de las actas de los
Representantes que han sido proclamados por la Junta
Provincial de Escrutinio, consta que la mayoria de
ellos han sido elegidos por m"s de doce, quince 6 vein-
te mil votos; de manera es, que afn descartando la
part insignificant 6 fracci6n que constitute el nfme-
ro de electores de Col6n que asciende A dos mil ocho-
cientos, no necesitamos absoluta'mente ese colegio para
ser legitilmos Representantes de la provincial de Matan-
zas por el sufragio de sus habitantes. Nosotros, se-
flores, vemos en esto un sistema de oposici4n, que tal
parece predomina el deseo que no se decide de una
vez la proclamaci6n de los candidates de la represen-
taci6n matancera; y en estos instances en que se invo-
ca el patriotism, uno mis frases modestas A las que
expresando elevados concepts pronunciaba el senior


M.'L 1 Garcia Kohly, y digo que nuestros sentimien-
tos aqui deben identificarse absolutamente con los dic-
tados de la raz6n, con los deberes altisimos del honor,
para Ilegar ai la constitnci6n definitive (de esta CAmara,
que unida al Senado, y formando el Congreso pueda
proclamar al Presidente de la Repdblica que ha de lle-
gar maiiana, y asi sentaremos las bases fundamentals
de la nacionalidad cubana. En este sentido sefiores,
yo sostengo, impugnando las i I iif-tii:.-i.i ..i-, del senior
P6rez, que la mayoria de la representaci6n de Matan-
zas, no necesita en manera alguna, de los votos de
Col6n, y estainos con perfectisimo derecho para poder
votar. Yo preguntaria a la CAnara, 4,con qu6 derecho
a la mayoria de esa representaci6n se le niega venir
aqui a discutir, para defender precisamente l legiti-
midad y la raz6n de su derecho y por consecuencia to-
mar part en la votaci6n de las actas?
SR. SARRAiN: Pido la palabra.
SIt. PIUESIDENTE: Tiene la palabra el Sr. Sarrain.
Sn. SA IRAIN: Y o o voy a tratar de que este debate
tome una extension que ya no ha debido tender, y que
quizas, por ciertas frases salpicadas de imprudencias,
ha podido tenor un aspect que jams debia haberse
presentado ante esta Camara. (Murmillus.)
aQun se desea? ,Que yo no siga haciendo uso de la
palabra?
Pues, decia el Sr. Mario Garcia Kolhy el otro dia,
y yo entiendo que uno puede referirse A palabras pro-
nunciadas por un Representante, diciendo su nombre,
sin infracci6n del Reglamento, que debemos ocuparnos
de estas cosas en sentido levantado, con la frente alta,
y hoy, 1~-., .i...-.- a la, frente, y bajando algo mis en
la inclinaci6n del cuerpo human, afirmaba que las
sandalias debian dejarse on las puertas de 6ste, que 61
llama temple. A pesar de los prop6sitos del Sr. Kolhy,
la discusi6n parecia empequefnecerse en deterniinados
inomentos. Laimentaba sinceraamente queaqui hubiera
quien consignara lo que dice el articulo tercero del
Reglainento, ; i;'l.1..-.- en la izquierda do esta CAmara,
cuando tambidn se refiere 6 Consejeros de determina-
das empresas el articulo referido, y entonces no debia
dirijirse a la izquierda sino a la derecha de la Canmara.
Pero eso es pequeflo, no tiene importancia, yo entien-
do sefiores que ya esto no debe ser objeto de discusi6n;
que debe acordarse que no voten los Representantes
de Mat-anzas. Por mi part, he dicho, desde el primer
moment, que esta es cosa que nos interest much;
pero yo entiendo que el Presidente debe ya poner A
votaci6n este particular; que no debe discutirse mns lo
que es objeto de este debate; que debemos proceder A
la votaci6n; y si he tomado la palabra, ha sido para
hacer esta indicaci6n, para demostrar, para eviden-
ciar, que no nos proponemos estirar la deliberaci6n
final de esta CAmara. Conste que yo pido que so vote
a:hora mismo para terminal; pero me interest hacer
constar, que si aqui se hubieran cumplido los precep-
tos reglaimientarios, ya esta Camara estaria constitui-
da, ya se hubiera comunicado su constituci6n al Se-
nado para reunirse el Congreso y llevar a cabo las de-
liberaciones necesarias acerca de la determinaci6n de
quien fucre el Presidente y el Vice Presidente, para
esto basta quizas segfLn precepto reglamentario que yo
indicaba, la existencia de las dos terceras parties de
los Representantes proclamados, de manera que no
hemos sido obstlfculo nosotros A esa determinaci6n,
nosotros solicitamos de la Presidencia que terminada
esta discusi6n se vote, se proceda A la votaci6n.
Sn. PRESIDENTE: Se va A votar el Voto particular del
Sr. Castellanos, entendido que los que contested afir-
mativamente votan con el Sr. Castellanos, y contra
aqu6l los que contested negativanmente.










40 DIARIO DE SESIONES DEL CONGRESO.-CAMARA.


(El Secretrio va d pasar lista y se suscita un incident
con la Presidencia. )
SR. GARCIA KKOILY, Secretario: Al dirigirme a los
seilores Representantes preguntAndoles cnAl es su voto
y en que sentido han de emitirlo, al pasar list, se sus-
cita por la Presidencia una cuesti6n respect de qui6n
debe ser llamado para votar. En mi concept ha de
ser a todos, no solamente porque ello es lo estricta-
mente legal, sino por una consideraci6n que aqui no
se ha expuesto y es la siguiente: 4En qu6 precepto se
fundaria la Camara para rechazar el voto de los sefio-
res Representantes por Matanzas? iEn qu6 estAn pro-
testadas sus actas? Aqui se han presentado ejenplos
de parlamentos extranjeros. Pues bien,'aqui no obs-
tante la Camara ha resuelto el caso en las actas de
dos provincias: En las de la provincial de Pinar del
Rio y en la de Puerto Principe. iPorqu6, pues, se ha
de negar ahora lo que ya se ha concedido :i otros? En
ese sentido opino que debe someterse a la considera-
ci6n de la Camara si acuerda, por mayoria, que los
Representantes por la provincia de Matanzas pueden
emitir sus votos en cualquier sentido respect al Voto
particular del Sr. Castellanos.
SR. PRESIDENTE: Se abre discusi6n sobre esta propo-
sic.in.
SR. M.AZA Y ARTOLA: Pido se lea y cumpla el ar-
ticulo noventa y tires del Reglamento.
SR. FERIA, Secretario: (Lee.)
"Articulo 93. Ningfin Delegado potdra abstenerse
de votar, en votaci6n nominal ft ordinaria; pero podri
esplicar su voto."
Sn. PRESIDENTSE: Como cuesti6n de orden pido que
se lean los articulos uno, cinco y diez del Reglamento
que tratan de la constituci6n de la CAmara con las dos
terceras parties.
SR. FONTS: El Sr. President esti haciendo una
moci6n que desde ese sitio no puede hacer. (Aplausos
en la derecha.)
Sn. PIREZ: No es una moci6n.
SR. PRtESIDE NTE: Como cuestibn de orden yo suplico
que so lean los articulos uno, cinco y diez del Regla-
mento.
SK. SAPRAi.: Lo primero que ha de resolverse aqui
es el punto que habia sometido A la consideraci6n de
la CAmara el senior Presidente en los mementos de ir
A votar cuando ya estaba abierta la votaci6n. Cuando
el senior Secretario iba a dar lecture a la lista de los
sefiores Representantes surgi6 un conflict, pues
mientras el -, .'. Secretario entendia que los sefiores
Representantes por la provincial de Matanzas debian
votar, el sefior Presidente entendia que no tenian
derecho. Eso es lo finico que pas6. El senior Presidente
no ha negado i nadie el voto. Yo que conozco per-
fectamente al senior Presidente estoy seguro de que 61
no ha pretendido asumir funciones que nadie ni nin-
guna ley le ha concedido.
SR. FERIA, Secretario: El sefior Presidente tiene mu-
chisima raz6n en decir, 6 mejor dicho, en invocar
los articulos uno, cinco y diez del Reglamento ......
Sn. GAnciA KOHLY, Secretario: Para una cuestion
de orden: que primero se d6 lecture a esos articulos y
terminada que sea su lectura, sin mis concesiones de
* palabras, a fin (de no provocar nuevos debates, se so-
meta A votaci6n el Voto particular del senior Castella-
nos. Ahora mi distinguido compafero, el senior Fe-
ria, se servir6 dar lecture los articulos uno, cinco y
diez del Reglamento, y despues, sin mas discusi6n, a
votar.
SR. FEnIA, Secretarno: (Lee.)
"Articulo 19 La Convenci6n Constituyente se com-


pone de los Delegados, elegidos por el pueblo cuba-
no, cuyas actas hayan sido aprobadas y proclamados
Delegados.
Articulo 5? Se considerara constituida interina-
mente la Convenci6n, mientras no sean examinadas y
aprobadas las acts de las dos terceras parties del nu-
mero total de Delegados, funcionando bajo el gobierno
de la Mesa, de edad que tiene constituida.
Articulo 10? V. ll i. 1, la proclamaci6n a que se
refiere el caso primero del articulo 7?, y si resultasen
admitidos tantos Delegados como se necesitan para to-
mar acuerdos con arreglo a este Reglamento, se proce-
rA A constituir definitivamente la Convenci6n, eligi6n-
dose la Mesa de que habla el articulo 4? de la siguiente
manera:"
SI PRESIDENTE: Votaci6n nominal para definir si
los sefiores representantes de la provincia de Matan-
zas, tienen voto 6 no sobre la vota.ci6n de la protest.
Los que digan que si, es que tienen voto, y los que di-
gan que no, que no lo tienen. (Durante la votaci6, no-
minal surgi6 un 1;..i .. incidete, acerca de si pueden votar
los Representantes por Matanzas: 6stos votan. Resultado de
la votaci6n nominal. Sefores que dijeron que si:
Pedro Albarran, Alfredo Betancourt y Mandrley,
Jos6 A. Blanco, Teodoro Cardenal, Pedro Cub, Agus-
tin Cruz Gonzalez, Fernando Escobar, Carlos Fonts,
Felipe Fontanills, Ricardo Fust6, Faustino Guerra,
Guillermo Gonzalez, Manuel Guti6rrez, Juan Antonio
Garmendia, Joaquin Garcia Pola, Pelayo Garcia, San-
tiago Garcia Cafiizares, Juan J. Maza y Artola, Jos4
A. Malberty, Fernando M6ndez Capote, Carlos Men-
dieta, Antonio Masferrer, Alejandro Neira, Rafael
Martinez Ortiz, Gustavo P6rez Abreu, Jos6 Rodriguez,
Juan Felipe Risquet, Manuel Sobrado, Antonio Torra-
do, Enrique Villuendas, Gonzalo Garcia Vieta, Am6-
rico Feria, Mario Garcia Kohly.-S&nores que dijeron
que no: Ambrosio Borges, Bernab6 Boza, Jos6 L. Cas-
tellanos, Carlos ML. de ( 6spedes, Luis Columbi6, Ma-
riano Corona, Francisco Chenard, Agustin Garcia Osu-
na, Felipe GonzAlez Sarrain, Juan de Le6n Bello, En-
rique TI,,\ 1.., del Castillo, Pedro Martinez, Alberto
Nodarse, Jos6 Mi. rl'1'iir/, Francisco Peraza, Antonio
Gonzalo Perez, Rafael Portuondo, Antonio Poveda,
Faustino Sirven, Carlos de la Torre, Florencio Vi-
luendas, Juan R. Xiques y Francisco Leyte Vidal.)
SR. GARciA KoHLY, Secretario: Han votado que si
treinta y tres sefiores Representantes, y que no, veinte
y tres.
SR. PRESIDENTE: Se ha aprobado por la Camara que
tienen voto los Representantes por Matanzas. Se
pone A votaci6n el Voto particular del seflor Caste-
llanos, sobre el dictamen de la Comisi6n de ac-
tas de la provincia de Matanzas; los que voten en
pr6 dirin que si; los que voten en contra dirAn
que no.
( Votaci6n nominal. Setores que dijeron que no:
Pedro Albarrin, Alfredo Betancourt y Manduley,
Jos6 A. Blanco, Teodoro Cardenal, Pedro CuB, Agus-
tin Cruz Gonz6lez, Fernando Escobar, Carlos Fonts y
-l.ii iih;. Felipe Fontanills, Ricardo Fust6, Faustino
Guerra, Guillermo Gonzhlez, Manuel Gutierrez, Juan
Antonio Garmendia, Joaquin Garcia Pola, Pelayo Gar-
cia, Santiago Garcia Caiiizares, Juan J. Maza y Arto-
la., Jose A. Malberty, Fernando M1ndez Capote, Car-
los Mendieta, Antonio Masferrer, Alejandro Neyra,
Rafael Martinez Ortiz, Gustavo P6rez Abreu, Manuel
Sobrado, Jose Rodriguez Acosta, Juan Felipe Risquet,
Antonio Torrado, Enrique Villuendas, Gonzalo Gar-
cia Vieta, Am6rico Feria y Mario Garcia Kohly.-Se-
fores que dijeron que Ai: Ambrosio Borges, Bernab6










DIARIO DE SESIONES DEL CON GRESO.--CAMARA. 41


Boza, Jos4 L. Castellanos, Carlos M. de C6spedes,
Luis ColumbiA, Mariano Corona, Alvaro CatA. Fran-
Sceisco ('i ..... i.1, Agustin Garcia, Osuna, Felipe onza-
lez Sarrain, Juan le Le6n Bello, Enrique Loyna.z del
(astillo, Pedro Martinez Rojas. Alberto Nodarse, Jos6
M. '.f. Ir.' Francisco Pera-za, Antonio Gonzalo P6rez,
Baf.ael Portuondo, Anttonio Poveda, Faustino Sirven,
Carlos de la Torre, Florencio Villuendas, Juan RamO6n
Xiques y Francisco Leyte Vidal. )
Si. GARCIA KonI,v, Secretrio: Ha.n votado afirmaa-
tivamente veinte y cuatro seniores Representantes, y
treinta y tires, negativaniente.
Si. PRE.IS)EN\T: 1 [a sido( desechado el voto particu-
lar del sefor Castellanos. Terminado el ilnidente por
el canl se prorrog6 la sesi6n yo pregunto A la, (Ciamara
si acuerda continuarla..
Sl.. VILLUENDAs (E.): No fun incident senor Pre-
sidente. Yo he presentado una mocion en la que me
acompalfan dos queridos companieros, pidiendo la
Cimeara que una vez que se ha aceptado el informed de
la Comiii6n de actas, se declared limpias y se procla-
men esos sefiores Representantes esta misma, tarde.
Sa. LOYNAz: Pido la palabra para. apoyar la. mocion
del seflor Villuendas. (Riidoosos aplauos.) Y al mismo
tiempo, sefnor Presidente, para felicitar A los sefiores
electos por Matanzas, porque yo, annqne vote en con-
tra, me es gra.to declarar que esos compaileros lhaya.n
sido electos no s61o por la mayoria de los electores de
la provincial de Matanzas, sino tamnbien por la mauyo-
ria, por el voto general de la ( ,1, i
SiR. SA RAiNT: Pido la pa.labra. Por mi pa.rte, sin qieo
por esto ;..!.I ..i. examiner la, cuesti6n, ni a.nalizar la
cnesti6n de fondo, )yT no voy A hacer hincapi6 en que
no se declared limpias las actas de los Representantes,


y si solo A recorder que en un moment de la historic
se reunion el grand I II ,I. inl, y var'ios mionarcas, entire
ellos un eclebre emperador, pa.ra tratna del reparto de
nl Poloia; en aquellos insta.ntes Tryllerand pronunci6
uin discurso que impresion6 de ta.l modo y en tal for-
ma, que aquellos Reyes, aquellos Monarcas se consul-
taron los unos A los otros, y cuando uno de ellos, el
Sde Rusia vi6 que la opinion de aquellos cooparticipes
del mundo, debiles con un cetro en la mano, dudaban,
di6 un golpe sobre la mesa, y dijo: "A mi que me im-
portan todas las palabras que puedan decirse, si tengo
doscientos mtil cosacos para hacer lo que A mi me dA
la ga.na?"
De mantra, que (f ml que me import que se felicite,
si eso estabal eeho de antenmano?
Sn. P'l ESID, N: Se pone A votaci6n ordinaria la mo-
ci6n de los seiiores Villuendas y Garcia Caflizares, pi-
diendo la proclamaci6n de los Representantes de Ma-
tanzas. (EJs aprobada.)
Quedan proclania cia de Matanzas los seinores Juan Antonio Garmendia
y Arango, Manuel Sobrado 6 Ibafiez, Teodoro Carde-
nal y Go6mez, Joaquin Garcia. Pola, Felipe Fontanills
y Grifol, Alejandro Neyra y Rangel, Fernando M6n-
dez Capote y Juan Felipe Risquet.
SH. VILLUENDAs (E.): Yo propongo que se vote la
Mesa esta noche; yo propongo que se declare constitui-
da la CAnmara de Representantes y se communique asi al
Senado.
St. PRESIDI ENT: ,Se declare constituida la Cmara?
(Aprobado.) Asi se le comunicara al Senado.
Se levanta, la sesi6n. (Hora: las site y diez minutes,
p. 7m )


WfPRfNTA DE RAMBLA y BOUZA,4 OBISPO 35.




University of Florida Home Page
© 2004 - 2010 University of Florida George A. Smathers Libraries.
All rights reserved.

Acceptable Use, Copyright, and Disclaimer Statement
Last updated October 10, 2010 - - mvs