El Mundo
ALL ISSUES CITATION THUMBNAILS ZOOMABLE PAGE IMAGE
Full Citation
STANDARD VIEW MARC VIEW
Permanent Link: http://ufdc.ufl.edu/CA03599022/00048
 Material Information
Title: El Mundo
Uniform Title: El Mundo
Physical Description: Newspaper
Language: Spanish
Creator: El Mundo
Publisher: El Mundo
Place of Publication: San Juan, Puerto Rico
Publication Date: February 13, 1938
 Record Information
Source Institution: Digital Library of the Caribbean
Holding Location: Universidad de Puerto Rico
Rights Management: All rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier: oclc - 53005066
System ID: CA03599022:00048

Full Text
24 PAGINAS
' ' 5 Centavos
Oficina: Edificio EL MUNDO.
T�l 22� S.J.
NDO
EDICI�N
DOMINICAL
SUSCRIPCI�N DIARIA, SABATINA
Y DOMINICAL
�. R. PalStt Dentro Tratado Postal tran-jtro
1 Arto : Semestre 1 Trimestre 10.M 6,50 8.00 14.00 7.8C 4.00 17.00 8.00 4.71
AftOXX.
SAN JUAN, PUERTO RICO.
PubUahed and dUtrlbutad under permit No. �01 authorized by tha Act of October 6. 1017 on tila at the Poat Offica at
San Juan. Puerto Rico By order of tha Pres�dante A. 8. Burleaon. PoatmMtar Oaneral. Enterad as aecond clase maHer
Fabruary 31. 1919 at the Poat Office at San Juan. Puerto Rico (United State� of America) under the Act e� alarch 8. 1870
DOMINGO 13 DE FEBRERO DE 1938.
NUMERO 7056.
V
La construcci�n de un canal

a trav�s de Nicaragua
Fu� discutida en Casa Blanca por
Roosevelt y el representante Ed V. Izac
(Por Grattan McGROARTY)
ASHINGTON. D.
C, febrero 1Z (P.
U.)�El presiden-
te Roosevelt y el
representante Ed
V. Izac, de Cali-
fornia, conferen-
cia ron reciente-
mente en Casa
Blanca en torno
a la proposici�n
del representante
de un canal a
trav�s de Nica-
ragua, un proyec-
to que los funcio-
narios navales y
militares opinan
que serla de gran
Importan c i a es-
trat�gica en caso
de una guerra en el Pacifico.
Declar� Izac despu�s de la con-
ferencia, que el Presidente se ha-
bla mostrado muy "comprensivo y
alentador" hacia la Idea, pero que
rehus� manifestar su opini�n en
cuanto a si la ocasi�n era propi-
cia para tal empresa. Izac pre-
sent� un proyecto autorizando la
construcci�n del canal que ya tie-
ne la aprobaci�n del Gobierno de
Nicaragua y que costar�a $700,000,-
000.
"Discutimos todas las fases del
canal bastante en detalle", dijo
Izac, "y yo sal� de Casa Blanca
con la Impresi�n de que el presi-
dente Roosevelt est� profundamen-
te Interesado". Agreg� que "mien-
tras estamos asignando mis de
$500,000,000 anualmente para la
Marina, no podr�amos hacer nada
mejor para ayudar au eficiencia
que abrir el canal por Nicaragua."
"La ruta de Nicaragua har�a po-
sible que importantes unidades de
la Flota se ganaran por lo me-
nos dos d�as y cuarto en el tr�n-
sito de una costa a la otra, en
comparaci�n con el tiempo que se
requiere para pasar por la ruta
del Canal de Panam�", dijo el con-
gresista de California. "Eliminan-
do la congesti�n en ambos cana-
les toda la /Iota podr�a transitar
m�s r�pidamente en caso de una
emergencia, en cualquiera de Jos
dos oc�anos."
Con rspecto a esto se recuerda
qus el almirante WlUiam D. Lea-
hy, Jefe de las operaciones nava-
les dt la Marina de Estados Uni-
dos, declar� recientemente ante el
Comit� de Asignaciones Navales de
la C�mara de Representantes, que
en el caso de un ataque por sor-
presa en la costa del Atl�ntico no
se podr�a trasladar la flota des-
de el Pacifico a tiempo para evi-
tar grandes daftos en los centros
metropolitano! dtl este.
Dijo Izac que una base naval
en uno de los extremo* del canal
por Nicaragua serla parte Integral
de la vasta linea de defensa ame-
ricana en el Pac�fico desde las Is-
las Aleutianas pasando por Hawail
y Samoa hasta Panam�. Con las
fuerzas estacionadas al presente en
Panam�, la nueva base naval ac-
tuarla como un poderoso suple-
mento a la defensa de ambos ca-
nales.
Los Ingenieros del Ej�rcito ya
han estudiado y medido la ruta
por Nicaragua. El canal se exten-
derla de este a oeste a trav�s de
Nicaragua por el lago de Managua.
"Este lago ofrece un excelente
lugar para una base a�rea", dijo
Izac. "Queda a poca distancia a�-
rea de Panam�, y trabajando jun-
tas las fuerzas en estos dos pun-
tos (Nicaragua y Panam�) pueden
someter a dura prueba al enemigo
que trate de capturar cualquiera
de los canales.
"El desarrollo de los termina-
les del Canal de Nicaragua cons-
tituirla uno de los m�s valiosos pun-
tos llave en todo el sistema dt de-
fensa nacional, particularmente en
la zona del Pacifico, donde el canal
servirla de punto Intermedio entre
California y Panam� y da Impor-
tante eslab�n en la linea Alaska-
Hawaii-Panam�."
Dijo tambi�n el representante que
la Baja California es el �nico si-
tio del Hemisferio Occidental en la
costa del Pac�fico que proporcio-
na un punto m�s estrat�gico para
una base naval que Nicaragua.
Agreg� Izac que la posibilidad de
la construcci�n dt un canal en Pa-
nam� a nivel del mar en Panam�,
eliminando el presente sistema de
exclusas, fu� tambi�n discutida en
su conferencia con el Presidente en
Casa Blanca, pero Indic� que el
Jefe Ejecutivo sa mostr� mis incli-
nado hada la construcci�n del nue-
vo canal por Nicaragua.
De acuerdo con la ruta delinea-
da por los ingenieros del Ej�rcito
hace varios artos, ti Canal rie Ni-
caragua acortar�a la ruta por ti
Canal dt Panam� ajj�Qxlmas'sman-
te *,00t> millas �TOO millas en el
Atl�ntico y TOO millas tn ti Pacifi-
co.
El proyecto, que no ha pasado
la etapa dt los planos, dispone la
construcci�n dt esclusas de como
1,300 pies de largo por 120 pies de
ancho. Seg�n Izac, "estas esclusas
tienen capacidad para acomodar
cualquier buque de guerra qut la
Marina de Estados Unidos constru-
ya A los pr�ximo cien anos."
Posibles maniobras navales
secretas en el Atl�ntico
Cr�ese que Estados Unidos ensayar�
una defensa en ambas costas
fPor CARROLL KENWORTHY)
WASHINGTON, D. C, febrero.
(P U)�El Alto Comando Naval de
Estados Unidos ha "dado a enten-
der" qut tal vez se realicen pronto
maniobras secretas en el Atl�nti-
co y algunos expertos interpretan
esto como una nueva evidencia de
que la Marina est� considerando
la creaci�n de otra Flota para vi-
gilar las costas del este de los dos
continentes.
Tales maniobras implicar�an un
s�bito cambio de la Flota, o de
partes de ella, al Atl�ntico, desde
el Pac�fico donde ha estado esta-
cionada por seis artos debido al
desasosiego en Asia. Tambi�n im-
plicarla un cambio radical en el
plan ya anunciado de celebrar las
pr�ximas maniobras en medio del
Pacifico.
El almirante William D. Leahy.
Jt�t dt operaciones navales, dio a
entender la posibilidad dt manio-
bras en el Atl�ntico testificando
ante el Comit� di Asignaciones
Navales de la C�mara de Repre-
sentantes. Cuando se le pregunt�
sobre las maniobras dijo:
"Yo no s� d�nde tendr�n lugar
loa simulacros. Puede ser en el At-
l�ntico y puede ser en el Pacifi-
co;- pero sea como fuere, empe-
zar�n de las bases de las costas
del oeste".
Poco antes ya Nathaniel Hub-
bard, presidente de la Liga de la
Marina de Estados Unidos, habla
propuesto p�blicamente la crea-
ci�n dt una flota para el Atl�n-
tico con la cual se pudiera afron-
tar un posible enemigo europeo,
simult�neamente con una posible
guerra en el Pacifico combatiendo
a un enemigo asi�tico. Debido a
que la Liga de la Marina, a pesar
de su car�cter privado, est� tan
allegada a los altos oficiales na-
vales, el punto de vista de Hub-
bard, fue considerado como re-
presentativo de la manera de pen-
sar de muchos Influyentes oficia-
les navales. Es �abldo adem�s que
algunos de los hombres relaciona-
dos con las fuerzas navales opinan
privadamente que Estados Unidos
debe darle a su Marina "un stan-
dard de dos potencias", es dtcir,
que debe mantener una Marina
igual en fuerza a lt suma total
de una Marina europea y una asi�-
tica.
Explic� Hubbard que su propo-
sici�n de una flota separada y com-
pleta para el Atl�ntico surg�a dtl
Inter�s de ciertas naciones euro-
peas en obtener agarres econ�mi-
cos o pol�ticos en la Am�rica La-
tina y de que varias de las nacio-
nes europeas estaban aliadas con
naciones asi�ticas, por lo cual las
naciones asi aliadas ten�an que
considerarse como posibles enemi-
gos de Estados Unidos cuando es-
ta naci�n tuviese un posible con-
flicto con alguna naci�n de Asia.
De acuerdo con todos los indi-
cios, Estados Unidos abriga las. in-
tenciones de mantener indefinida-
mente en el Pacifico la mayor
parte de su fuerza naval. SI se
crea una nueva Flota, tendr�a ba-
se cerca de las aguas del Caribe
para poder afrontar cualquier
amtnaza dt parta dt Europa ha.
c�a las costas de Norte o Sur Am�-
rica. Asi opinan grandes expertos.
El almirante Leahy, al igual qut
Hubbard, exterioriz� ciertas apren-
siones sobre las condiciones actua-
les tanto en Europa como tn Asia.
Manlftst� en parte el Almirante:
"Las condiciones pol�ticas dtl
mundo, lo mismo en Europa que
en el Lejano Oriente, son m�s
amenazadorss que tn cualquier
otra ocasi�n desde el 1918 y son
clarsmtnte peores qut las de ha-
ce un arto.
"En China se est� desatando un
gran conflicto que entrarte grave
peligro para los ciudadanos ame-
ricanos. La guerra civil en Espa-
pana contin�a sin tregua y est�
siempre presente Is posibilidad de
un conflicto general en Europa...
"Al considerar los c�lculos para
las asignaciones de la Marina, se
deben tener en cuenta las condi-
ciones en el mundo alrededor nues-
tro y la fuerza dt nuestra Marina
comparada con la fuerza dt las
Marinas dt las,grande� potencias".
Las maniobras navales dt qut
habl� Leahy estaban originalmen-
te seflaladas para empezar ti 18
de marzo tn San Diego (California)
extendi�ndose hada el oeste has-
ta el medio dtl Pacifico. Asi 10
habla anunciado ti Departamento
dt la Marina, Indicando qut las
mismas te desparramar�an desdt
SE PROPAGA EL VICIO
DE LA MARIHUANA
El fiscal federal Snyder
pide atenci�n preferente
El fiscal fede-
ral, licenciado A.
Cecil Snyder. vie-
ne trabajando tn
la prtparacl�n dt
un memorial pa-
ra el Gran Jura-
do de dicha Cor-
te, en el cual se-
�ala el vicio de
los fumadores y
negociantes en la
marihuana como
uno de los que
mayor atenci�n
req u I e r e n por
parte de las au-
toridades tinto_ ___
Insulares como J-^� Bnyder'
federales. Refiere
en su memorial el fiscal Snyder c.ue
el n�mero de casos por violaci�n
de la ley de marihuana o narc�-
ticos est� resultando superior al
de casos de contrabando y tr�fico
Ilegal de licores durante los artos
que dur� la prohibici�n, seg�n es-
tad�sticas en los archivos de la Fis-
cal�a.
En su Informe el fiscal Snyder
recaba del Gobierno de Puerto Ri-
co mayor asignaci�n para el empleo
de agentes de rentas Internas'de
Tesorer�a Insular que se ocupen de
la persecuci�n de estos delitos. Elo-
gia al mismo tiempo la labor rea-
lizada por el escaso personal del
Departamento Insular de Hacienda
y la cooperaci�n activa que han
prestado siempre a las autoridades
federales.
El fiscal recaba tambi�n la co-
operaci�n del Departamento de
Agricultura de Puerto Rico en el
sentido de que se adiestre a sus
agentes suministr�ndoseles infor-
maci�n adtcuada para el m�s r�-
pido descubrimiento de las siem-
bras de esta planta de la marihua-
na, que dice el fiscal se cultiva en
Puerto Rico en condiciones muy fa-
vorables, estimando que su propa-
gaci�n va cada vez m�s en aumen-
to.
ERA FRANCISCO CAN-
TELLOPS
El que iba en la guagua
que arroll� a Roble
-----------
� En entreviste celebrada
uno de nuestros redactores y el
Jefe de la Polic�a Insular, coronel
Enrique de Orbeta, este Inform�
haber recibido una comunicaci�n
oficial del Procurador General
Fern�ndez Garc�a, participando que
terminada la investigaci�n del ca.
so de la muerte del se�or Santia-
go Roble, llevada a cabo por el
Procurador auxiliar Pal�s Matos,
se lleg� a la conclusi�n dt qut no
m tncontraba envuelto en dicho
nsunto el nombre del detective Ra.
fael Cantellops.
Sobre este particular EL MUN-
DO, cuando la investigaci�n de di-
cho caso, inform� ampliamente los
estalles, y en una de nuestras in-
formaciones declamos que el testi-
go Bernardo V�zquez, en su decla-
raci�n prestada ante el fiscal Pa.
les Matos, dijo que tanto �l como
el detective Csntellops iban en el
carro que arroll� � Santiago Ro-
ble en la noche de autos.
El coronel Orbeta, al enterarse
del asunto, orden� al Jefe de la
Detective, se�or Llor�ns, que In-
mediatamente llevara a cabo una
investigaci�n sobre el particular,
ya qut a su entender, ello Impli-
caba incumplimiento del deber del
agente envuelto en la cuesti�n. La
misma no fu� verificada, debido a
que el asunto estaba en manos del
Departamento de Justicia, y en di-
cha dependencia gubernamental se
le inform� al coronel Orbeta que
se le participarla en su oportuni-
dad el resultado de la investiga,
clon que ellos estaban practican-
do. Con fecha del tres de febrero,
f. Procurador Fern�ndez Garda le
rindi� el Informe correspondiente
ni Jefe de la Polic�a, en el cual
participaba "que en las declaracio-
nes primeramente prestadas por
el acusado y los testigos, apareci�
envuelto at� nombre del detective
Cantellops, y ampliando la inves-
tigaci�n sobre el extremo de si esa
persona que respond�a al apelativo
dt el "detective Cantellops", era
en realidad el miembro de la fuer-
za detectivesca de esta dudad, Ra-
fael Cantellops, los mismos testl.
gos que hablan declarado sobre
esc extremo, depusieron que el se-
�or Csntellops que iba en la gua-
gua P-�17 la noche de referencia
era Francisco Cantellops, herma-
no de Rafael Cantellops. El sertor
Francisco Cantellops asi tambi�n
lo declar� bajo juramento, y su
hermano, el verdadero detective
Cantellops, neg� bajo Juramento e:
haberse encontrado en dicho sitio y
a dicha hora en el veh�culo de mo-
tor propiedad ���l sertor Lloret".
Estados Unidos m�s cerca
de la guerra que nunca
El representante Hamilton Fish dice
que esta afirmaci�n del almirante
Leahy es correcta
WASHINGTON, febrero 12. (PU)
�El representante Hamilton Fish,
de Nueva York, miembro del Co-
mit� de Asuntos Extranjeros de la
C�mara, acus� al presidente Roose-
velt de estar dedicado a una diplo-
macia secreta que, si llega a tener
el apoyo del propuesto programa
de expansi�n naval que envuelve
la cantidad de $800,000,000. "le per-
mitirla poner en cuarentena al
mundo"'.
En -una transmisi�n por la radio,
Fish demand� del Presidente oue
convoque una conferencia Interna-
cional para el desarme, Incluyendo
a Inglaterra y Jap�n, para termi-
nar "la competencia en armamen-
tos navales" que "crea sospecha,
odio y hace m�s posible la guerra"
Dijo Fish que el almirante Wll-
llam Leahy, jefe de Operaciones
Navales de Estados Unidos, estaba
correcto en su reciente afirmaci�n
de que "Estados Unidos est� m�s cer
ca de la guerra que nunca antes
desde 1918" y alegr� que la men-
cionada situaci�n ha sido motiva-
da por la "psicolog�a de la guerra"
iniciada por el Presidente y el De-
partamento de Estado.
Declar� tambi�n el representante
por Nueva York qut el Presiden-
te "est� provocando deliberada-
mente un sentimiento no digno de
vecinos" en el Jap�n, por haber
despachado tres cruceros de Esta-
dos Unidos para que participen en
la inauguraci�n de la base naval
de Inglaterra en Slngapore.
ESTUDIANTE PORTO-
RRIQUE�O OBTIENE
la medalla de "Las Hijas
de la Revoluci�n"
Representante Hamilton Fish
"Nosotros no s�lo Iniciamos la
loca competencia naval, sino que
vamos a la delantera", termin� di-
ciendo Hamilton Fish.
Fueron sentenciados aver
a/
por acometimiento grave
las Islas Aleutianas, en el ncrle,
hasta Samoa, que queda un reco
m�s abajo del Ecuador.
Si se materializa el comentario
de Leahy sobre un posible acci�n
en el Atl�ntico, e� probable que
ello sea se�al de que la Marina
ha planeado los simulacros dt gue-
rra como una pr�ctica de com'n-
te contra doa potencias mayores
al mismo tiempo, pues se ha las!.*
cado qut de todos modos por lo
menos una parte de la Flota rea-
lizar� maniobras en la zona je.
Pacifico tal como est� se�alado.
Los tres cruceros de Estados Uni-
dos qut futran a Singapore para
la inauguraci�n de la base na/a.
inglesa all�, te unir�n a la Flot�
en las maniobras dtl Pacifico a
fines de 1* primavera.
Siete de los diez nacionalistas convictos
en el caso Cooper
� a� <** '".i
Siete de los diez nacionalistas'
convictos de conspiraci�n para ase-
sinar al juez Cooper, de la Corte
Federal, fueron sentenciado* ayer
por la ma�ana por el juez Rafael
Gonz�lez, de la Corte Municipal,
secci�n tercera, por delito de aco-
metimiento grave, de acuerdo con
las leyes insulares. La Corte dic-
t� sentencia tambi�n contra seis
de los acusados por delito de por-
tar armas prohibidas.
LAS SENTENCIAS
El juez Gonz�lez sentenci� a An�-
bal Arsuaga Casellas y Jes�s Ca-
sellas Ramos a cumplir seis meses
de c�rcel cada uno por delito de
portar armas, m�s seis meses de
c�rcel adicionales a cada uno por
delito de acometimiento grave. Es-
tos dos acusados de declararon cul-
pables de los dos delitos al comen-
zar la vista del caso, habiendo si-
do representados por el abogado
�ngel M. Vlllamll.
La Corte impuso sentencias de
dos artos de prisi�n a Raimundo
Diaz, Santiago Nieves Mals�n. Ju-
lio Monge Hern�ndez. Dionisio V�-
lez Aviles y Juan Bautista Col�n,
por delito de acometimiento grave;
Impuso adem�s sentencias de seis
meses de c�rcel contra Raimundo
Diaz, Santiago Nieves Mals�n. Dio-
nisio Aviles y Juan Bautista Col�n
por delito de portar armas prohi-
bidas. Contra el ch�fer Julio Mon-
ge no habla acusaci�n por portar
armas.
Llevaba la acusaci�n el f.11 c a I
Domingo M�ssarl, quien present�
las declaraciones juradas de tres
de los acusados en el caso del juez
Cooper. Declararon el ch�fer del
autom�vil del magistrado federal
sertor Pedro Rodr�guez, y el detec-
tive Jorge D�vlla, guardaespaldas
del Juez, quienes acompa�aban a
�ste en la tarde del 8 de Junio de
19.37. cuando fueron tiroteados a la
salida del puente de los Hermanos
Behn en el Condado. -
Declararon tambi�n el Jefe de la
Detective, sertor Tom�s J. Llor�ns.

los detectives Marcelino Santiago y
Justino Santiago, quienes iniciaron
I a s investigaciones y practicaron
los primeros arrestos. Los detecti-
ves identificaron a los acusados.
Se presentaron declaraciones ju-
radas de los acusados Jes�s Case-
llas Torres, An�bal Arsuaga y Ju-
lio Monge, admitiendo los hechos.
El fiscal present� como testigos
presenciales del suceso al se�or Sil-
verlo Hern�ndez, de oficio taba-
quero, quien dijo que iba en una
motocicleta y en el Instante en que
ocurri� el tiroteo vio a los acusa-
dos all� parados haciendo disparos.
El sertor J. R. Caplfali. dijo que
iba en un autom�vil con el jefe
Costa y su se�ora esa tarde y pre-
senci� el suceso.
Se present� en evidencia el pa-
rabrisas del aulo del Juez que mos-
traba una perforaci�n de bala y
numerosos casquillos de balas que
�e recogieron en el sitio del suce-
so Dedar� tambi�n la seftora Lu-
iii G. Donahue. secretaria de la Cor-
te Federal, quita identific� las de-
claraciones juradas de tres de los
acusados.
Contin�an denuncian'
do por \ (Homo
Ayer fuimos informados en el
Cuartel de la Polic�a en San Juan,
que las fuerzas policiacas de la ca-
pital continuar�n verificando arres-
tos y denunciar�n a los ch�feres
de autom�viles p�blicos que se de-
diquen at velloneo en las rutas ser-
vidas por la Whlte Star Bus Line.
Se nos inform� adem�s, que ellos
actuar�n en dicha forma debido i
que ellos entienden que la orden
final sobre el velloneo est� a�n en
vigor ya que la orden del juez Llau-
ger no rige mientras no se preste
una fianza que responda a los da-
ftos que se ocasionen a la White
Star Bus Llne.
NUEVA YORK, febrero 11. (S.
E. M.)�El nlfto portorrlqueflo Jor-
ge E. Ortiz, de doce artos de edad,
e hijo del ex Comisionado de Sa-
nidad de Puerto Rico, Dr. Pedro N.
Ortiz, ha sido premiado con la Me-
dalla de Honor concedida anual-
mente por la Instituci�n "Hijas de
la Revoluci�n Americana" al estu-
diante que, a juicio de sus maes-
tros, se haya distinguido "por sus
condiciones de l�der y de buen ciu-
dadano". Jorge es estudiante de la
Escue'a P�blica N� 192, en la que
hay poco menos de un millar de
disc�pulos.
El doctor Ortiz y su esposa, dofta
Cristina S. de Ortiz, recibieron una
encomi�stica comunicaci�n firmada
por la sertora Mary Barclay Erb.
directora de las "Hijas de la Re-
voluci�n", felicit�ndoles por el he-
cho, e instando a su hijo "a seguir
por el sendero que determin� su
obtenci�n de esta condecoraci�n".
La maestra principal del nlfto Or-
tiz, al recomendar a �ste como el
candidato que, entre todos los pro-
puestos durante el arto, merec�a la
medalla, firm� un "stalement" en
el que dijo, entre otros p�rrafos,
que "teniendo en cuenta que la
condecoraci�n se ofrece al nlfto o
ni�a que se haya mostrado sobre-
saliente en honor, servido, coope-
raci�n, civismo y habilidad direc-
| Uva. Jorge E. Ortiz es el estudian-
te que mejor ha demostrado reu-
nir estas cualidades". La profeso-
ra es la se�orita Franc�s K. Kraus.
La medalla ostenta tn el anver-
so el busto de Jorge Washington
y las palabras, en alto relieve:
"Good Citizenship Award". En el
reverso dice: "To Jorge E. Ortiz�
From The Daughters of the Ame-
rican Revolution".
-------------------"*-?�--------1---------,
EN LUQUILLO HUBO
UN MOT�N
En el cual participaron
400 trabajadores
Debido a discrepancias en cuan-
to al Convenio Agr�cola Colectivo
de 1938 en U ma�ana dt ayer s�-
bado ocurri� un mot�n entre los
trabajadores de la colonia "Margi-
rita de Luqullio, perteneciente a la
Fajardo Sugar. en el cual Intervi-
nieron alrededor de cuatrocientos
hombres. Tres de �stos resultaron
heridos, y uno de gravedad.
Tan pronto como la Polic�a de
Luqulllo tuvo conocimiento de ios
sucesos, se presentaron ti sargento
. Aguirre, y los guardias Pablo Sa-
lim Rosa. Bernardino Carcarto, Ra-
fael Barquero y Jos� Ferr�n, lo-
grando dominar la situaci�n. Di-
chos asentes praclicaron 34 arres-
tos, ocuparon 24 machetes y 22 li-
mas.
En la reyerta fueron heridos Pa-
blo Soiis, Jes�s P�rez Romero y
�ngel Viera Cruz, �ste �ltimo de
gravedad, por lo cual hubo de ser
hospitalizado en el hospital de la
Central Fajardo.
Seg�n se informa, se form� el
mot�n debido a que un grupo de
trabajadores alegaron que trabaja-
r�an por ajuste, mientras los dem�s
indicaron que ellos trabajar�an por
dias, lo que culmin� en una riva.W
dad entre ambas partes, con los
resultados consignados.
Ayer, minutos antes de cerrar
nuestra edici�n, nos comunicamos
con el Cuartel de la Polic�a dt Lu-
quilio para obtener m�s informes
sobre el particular, particip�ndo-
nos el sargento Aguirre que toda-
v�a ellos continuaban las Investiga-
ciones del caso, halendo informado
los sucesos al cuartel general de la
Polic�a mediante despacho telegr�-
fico.
El se�or Vidal Rodr�guez, l�der
obrero de Luquillo, tambi�n se co-
munic� sobre los sucesos con los
directores de la Federaci�n Libre
en San Juan.
Ma�ana da comienzo la nue-
va sesi�n legislativa
El gobernador Winship trabaja en su
mensaje, el cual leer� personalmente
Ma�ana lunes d�a 14 de los co-
rrientes Inicia sus
labores la Asam-
blea Legislativa
de Puerto Rico.
El gob e r n a d o r
Winship continua-
ba ayer s�bado
trabajando en la
redacci�n de su
mensaje, el cua>
tal vez lea perso-
nalmente al d�a si-
guiente de haber
dado comiente la
sesi�n regular de
nuestra Leglslatu
ra. Varias perso-
nas, de acuerdo
con nuestra Infor-
maci�n, se han Blanton WinsJiip
acercado al Gobernador sugiri�ndo-
le haga recomendaciones en su
mensaje a la Legislatura sobre la
conveniencia de aprobar legislaci�n
adecuada para evitar situaciones
como la surgida en el pa�s con mo-
tivo del reciente conflicto mar�ti-
mo. Se le ha sugerido la creaci�n
por Ley de una junta de relacio-
nes obreras o de arbitraje, integra-
da por cinco miembros ante loa
cuales habr�an de someterse las ale-
gaciones de las partes qut en el
futuro puedan estar en controver-
sia.
Son nuestros Informes que en su
mensaje el Gobernador tiene el pro-
p�sito de recomendar reformas en
el sistema penal de Puerto Rico,
de manera que los reclusos puedan
disfrutar de mejor alojamiento y
alimentaci�n. Era su Intenci�n
tambi�n recomendar enmiendas a la
ley del Jurado en el sentido de agre-
gar dos jurados suplentes en aque-
llos casos felonles en donde se con-
sideren necesarios, para evitar lo
que ocurriera durante la primera
vista del ca*0 de los nacionalistas
en Ponce.
Adem�s de otras sugestiones en
cuanto a la sanidad p�blica, ti Go-
bernador elogia el paso de avanct
que se ha dado con la construcci�n
de los hospitales de distrito, y abo-
ga por la creaci�n de m�s centros
de esta misma �ndole.
Winship considera que el
desarrollo de los puertos
Es la base para el mejoramiento econ�-
mico e industrial de la Isla
MAR�A P. VDA. DE SALICHS
, HA FALLECIDO
Sus hijos Jos�, Pepito y Francisco (ausente), hijos pol�ti-
cos, nietos y dem�s familiares, al comunicar la infausta nue-
va suplican su asistencia al sepelio del cad�ver que tendr�
efecto hoy, a las 10 A. M., y por cuya atenci�n piadosa les que-
dar�n muy agradecidos.
Casa mortuoria: Residencia del doctor Carlos F. Marisra-
ny, calle Cristina, Ponce, Puerto Rico.
13 de febrero de 1938.
WASHINGTON. D. C. febrero
10. (SEM).�Se ha publicado como
documento oficial de la C�mara de
Representantes el mensaje del ge-
neral Blanton Winship, Goberna-
dor de Puerto Rico, al reciente
Congreso Nacional de R�os y Puer-
tos. El mensaje aparece precedido
en el folleto de unas palabras del
Comisionado Residente de Puerto
Rico, Santiago Iglesias Pantin,
anunciando el consentimiento de la
C�mara para esta publicaci�n; y
al final �e incluye un radiograma
enviado �ltimamente por el gober-
nador Winship sobre el mismo
asunto.
Dice asi el documento, tal como
ha sido publicado:
"Sr. Iglesias.�Se�or Presidente:
Mediante permiso por consentimien-
to un�nime de la C�mara para ex-
tender mis observaciones en e.
Congres$ional Record, deseo publi-
car el siguiente mensaje del Go-
bernador de Puerto Rico, coman-
dante general Blanton Winship, al
Congreso Nacional de Rios y Puer-
tos que se reuni� recientemente en
esta capital. El mensaje dice asi:
"Una vez m�s me dirijo, en nom-
bre del pueblo de Puerto Rico, al
Congreso de R�os y Puertos, para
dar a ustedes las gracias por toda
la buena obra que han realizada
ustedes en beneficio nuestro por
mediaci�n del Comit� de Proyectos.
Como todos ustedes saben, Puerto
Rico depende exclusivamente, para
todas sus importaciones y exporta-
ciones, del comercio mar�timo. La
mejora de sus puertos es vital para
el desenvolvimiento general de la
Isla. El Departamento de la Gue-
rra, siguiendo en cada caso reco-
mendaciones hechas por ese Con-
greso, ha recomendado al Congre-
so de los Estados Unidos, de tiem-
po en tiempo, la aprobaci�n de
un n�mero de proyectos para
Puerto Rico, los cuales han pasado
a la aprobaci�n del Comit� de Pro-
yectos. Durante ios �ltimos cuatro
artos, el delegado Cel Gobierno de
Puerto Rico ha comparecido ante
ustedes someti�ndoles proyectos in-
dividuales en los cuales todos nos-
otros estamos interesados, y los
que consideramos Importantes para
la vida comercial. Industrial y so-
cial de la Isla de Puerto Rico, don-
de 1,800,000 ciudadanos america-
nos est�n realizando progresos si-
guiendo el curso de los ideales
americanos de vida y de las Ideas
americanas de ciudadan�a.
"Fu� asi como e'. Congreso de
los Estados Unidos aprob� proyec-
tos para las mejoras del puerto de
Ponce en la costa sur de la Isla,
del de MayagQez en la costa occi-
dental y del de Arecibo en la cos-
ta noroeste, y para la extensi�n v
dragado de la bah�a de nuestro puer
to principal, San Juan. El trabajo
de mejoras de la bah�a de San
Juan ser� continuado durante el
presente arto, y cuando se complete
convertir� la bah�a de San Juan
en un puerto de primera clase, en
condiciones de recibir los barcos
dt turismo m�s modernos que lle-
guen dd norte o del sur.
"Podr�a considerarse una feliz
coincidencia que en esta fecha (20
de enero dt 1938) el Cuerpo de In-
genieros del Departamento de la
Guerra est� celebrando audiencias
p�blicas en la Isla, con referencia
a lai propuestas mejoras de los
puertos de Fajardo, Guayanills y
Jobos. Estos son los tres proyectos
aprobados por ese Congreso en su
�ltima convenci�n. Puerto Rico se
sientt agradecido por la coopera-
ci�n qut ustedes lt han dado; est�
dispuesto a hacer lo que est� dt
su partt por la diseminaci�n de ios
Ideales americanos, y tiene la espe-
ranza de ser considerado, en un
futuro cercano, como parte Inte-
grante de los Estados Unidos de
Am�rica, da euya completa ciuda-
dan�a�que los portorrique�os han
proseldo durante m�s de veinte
artos�nuestro pueblo est� muy or-
gulloso.
"Nosotros, naturalmente, nos da-
mos cuenta de que el pueblo ame-
ricano hasta ahora no ha tenido
oportunidad de darse realmente
cuenta�o bien, dt qut st lt haga
dar cuenta realmente�qut Puerto
Rico es una partt de Estados Uni-
dos, ni de familiarizarse con las
ventajas comerciales e Industriales
que nostr�s all� ofrecemos con
nuestros recursos y con nuestrss
condiciones ideales para la atrac-
ci�n de los turistas americanos.
"Puerto Rico est� situado en lo
que pudi�ramos llamar el cruce du
caminos del comercio mundial: a
mil trescientas ochenta millas al
sureste de Nueva York, y a mil
diez millas del Canal de Panam�.
"Puerto Rico es el mejor clien-
te de los Estados Unidos continen-
tales, en la parte del conf�nenla
americano al sur del Rio Grande.
(Estas estad�sticas comparativas es-
t�n basadas en los n�meros cono-
cidos para el arto 1936, pues Jos
n�meros exactos para 1937 no han
sido dados a conocer todavia). Nos-
otros compramos m�s mercanc�a
americana de manufactureros ame-
ricanos, que cualquier pa�s latino-
americano, incluyendo a M�jico y
Cuba. En cuanto a comercio mun-
dial con Estados Unidos, ocupamos
el sexto lugar como comprador do
la metr�poli. El comercio total de
Puerto Rico, en importaciones y
exportaciones, oscila alredor da
doscientos millones de d�lares
anuales. Tomando en consideraci�n
las compras solamente, la Isla ha
comprado a Estados Unidos pro-
piamente dicho, en el arto natural-
de 1936, unos $86.352,000. Yo espe-
cialmente deseo que ustedes, de.e-
gados de las distintas secciones do
Estados Unidos, tengan en cuenta
que Puerto Rico compra aproxima-
damente el noventa y dos por cien-
to de sus mercanc�as en Estados
Unidos.
"En 1936, las compras realizadas
por la Isla en Estados Unidos con-
tinentales fueron excedidas en im-
portancia solamente por las que
realizaron Canad�, Inglaterra,
Francia, Alemania y Jap�n. Inme-
diatamente despu�s de esas cinco
grandes naciones, figur� la islita
portorrique�a. En art�culos tales
como el arroz, Puerto Rico compra
m�s de una sexta parte de todo ti
arroz que se produc� en los Esta-
dos Unidos de Am�rica. En produc-
tos agr�colas, Puerto Rico figur�
en segundo lugar entre todos los
compradores internacionales en Es-
tados Unidos. Y en otros productos
especiales, como manteca, zapatos,
implementos-agrarios, autom�viles
y muchos otros art�culos, la Isla
figura en alto lugar como compra-
dor de Estados Unidos. Nuestra
principal exportaci�n a los Estados
Unidos es el az�car. Despu�s viene
nuestra industria d� la aguja, cada
vez m�s creciente, cuyas exports-
clones a Estados Unidos durante
el arto pasado subieron a veinti�n
millones de d�lares; y a este res-
pecto quiero hacer bien claro qut
en ninguna partt dtl mund* pue-
de obtenerse un trabajo m�s fino,
en esla industria, qut ti qut te
hace en Puerto Rico.
"El Gobierno Insular dt Puerto
Rico ha entrado este arto ea un�
extensa campa�a de publiddad. Es-
tamos gastando unos trescientos
(Contin�a en la p�gina 8, col. 7)
�Digiere usted mal?
�Lk �nele el Lsl�maqo?
�Sufre de estrefiimiento?
Dr. Franceachi Caballero,
Tetu�n 6a
�m. m.J,


T
* � Mr-
ti MUNDO, SAN JUAN, P. R. - DOMINGO 13 DE FEBRERO DE 1938.
La construcci�n de barcos es-
te a�o en Estados Unidos
Los planes de la Comisi�n Mar�tima pa-
ra rehabilitar la flota mercante
LAREDO BRU VEDO
EL PROYECTO SOBRE
�v.
Por JOHN C. BRUNJES
NUEVA YORK, febrero 12. (P.
U.)�En los astilleros de Estados
Unidos se Iniciar� este a�o la cons-
trucci�n de barcos por valor de
$100.000,000 y se calcula que un
igual volumen adicional de� cons-
trucciones ser� el resultado de los
planes que tiene la Comisi�n Ma-
r�tima para auspiciar programas
de rehabilitaci�n' en las flotas de
barcos mercantes dt c o m p aftias
propiedad del Gobierno o que ope-
ran con subsidios federales.
Un gran porcentaje de los bar-
cos que estin ahora bajo construc-
ci�n o pr�ximos a construirse son
para compa��as privadas; pero si
durante la presente sesi�n del Con-
greso no se aprueban enmiendas li-
hcralizadoras para la Ley de la
Marina Mercante, posiblemente se
pedir� un n�mero substancial de
barcos para la Comisi�n Mar�tima
los cuales entrar�n en servicio en
lineas del Gobierno.
Al anunciar los nuevos contratos
de subsidios, la Comisi�n Inform�
recientemente que probablemente
durante este a�o se construir�n 14
barro* a un costo de $28.000,000.
T n> huqurs-tanqucs para las princi-
pales compa��as petroleras conti-
nuar� siendo 'la mayor partida sen-
cilla d� construcciones mar�timas
en Estados Unidos. A fines de 1937,
la Standard Oil de Nueva Jersey
complet� un p r o s r ama para la
construcci�n de una docena de tan-
que� de troce nudos y comenz� for-
mulando un programa que implica-
r� eventualmente la construcci�n de
buques-tanques de dieciocho nudos.
El nuevo programa, que se reali-
zar� en parte con la Comisi�n Ma-
r�tima sufragando los gastos del
aumento en velocidad para que
puedan servir como barcos auxi-
liaras a la Marina, requerir� una
inver^n de 560.000.000.
La apertura' de las licitaciones
por la Comisi�n Mar�tima para la
construcci�n de doce barcos de
carga marca el primer esfuerzo se-
rio para proporcionarle a la Ma-
rina Mercante de Estados Unidos
nuevos barcos de carga desde que
se complet� el programa de emer-
gencia de 1* guerra.
Se calcula que el paso inicial en
la construcci�n' de estas embarca-
ciones costar� de 318,000,000 a $20.-
000.000. Las construcciones habr�n
de verificarse en varios astilleros
diferentes en distintos sitios de Es-
tados Unidos y ning�n astillero re-
cibir� contrato por m�s de cuatro
barcos.
El programa
proyectada cor
co de carga ��|
�United States-'
Incluye tambi�n la
�ucci�n de un bar-
isajeros para la
Tines" a un costo
de $15,730.000 y*otros tres barcos,
de carga y pasajero� tambi�n, pa-
ra la "Panam� Rajlroad Steamship
Line" (Departamento de Guerra)
a un costo de $12,000,000. Estos �l-
timos tres barcos se construir�n en
Fall Rlver, MaSsachusetts.
Adem�s, se Informa que la can-
tidad total que.. �e gastar� a la lar-
ga en este tipo, de embarcaciones
se aumentar� posiblemente si los
precios que se le ofrezcan a la Co-
misi�n Mar�tima resultan favora-
bles. En ese caso tal vez se emi-
tan en los pr�ximos meses invita-
ciones para la presentaci�n de es-
timados sobre barcos adicionales.
Al mismo �lempo que el progra-
ma de barca*, de carga de la Co-
misi�n envuelve la mayor construc-
ci�n de esta clase de barcos que
hava habido en (�tiempos de paz, el
barco para la 'Unfted States Llne'�s
el mayor buque mercante cuya con-
trataci�n ha sido hecha en Estados
Unidos. Se espera que en tonela-
je, en tama�o y en velocidad so-
brepase a todos los barcos cons-
truidos hasta ahora. Ser� tambi�n
ol m�s costoso.
Pagos de obligaciones
por servicios p�blico�
HABANA, Cuba, febrero 11. (P.
U.)�El Presidente de Cuba, Fede-
rico Laredo Bru, ved� el proyecto
para la reanudaci�n de los pagos
de obligaciones adeudadas de ser-
vicios p�blicos, de cr�ditos banca-
r�os y bonos de transporte, median-
te la substituci�n de la emisi�n ori-
ginal por una nueva emisi�n con
inter�s m�s bajo. La medida fu�
aprobada por el Senado el d�a S de
febrero y por la C�mara dos d�as
despu�s.
El plan afectaba la cantidad de
$40,000,000 en bonos de obras p�bli-
cas propiedad, en su mayor parte,
de tenedores americanos y los cua-
les estaban sin pagar desde 1933,
asi como $20,000,000 en cr�ditos
bancarlos, la mayor parte propie-
dad del Chase National Bank, de
Nueva York, y otros bancos ame-
ricanos, y cerca de $10,000 en obli-
gaciones de transporte. Caal una
tercera parte de �stas �ltimas de
la United Railways, propiedad in-
glesa, mientras que el resto es de
la Cuban American Consolidated
Railways y compa��as asociadas.
AI anunciar su veto, el Presiden-
te dijo que no se opon�a a todo el
proyecto y si �nicamente a aque-
llas secciones que dispon�an el pa-
go de los bonos de transporte, y
agreg�: "Ma�ana (hoy) enviar� un
mensaje al Congreso pidiendo que
se vote la ley liquidando los bonos
de obras p�blicas y los cr�ditos
bancarios."
��-----------------
SE SUGIERE UN PRO-
GRAMA DE REARME
Como soluci�n para el
decaimiento comercial
El "CIO?9 demanda tf�e se le
d� oportunidad de defensa
Al l�der de los trabajadores mar�timos
de la costa del Pac�fico
WASHINGTON. D� C febrero i
12. � El CIO ha demandado
ove el Comit� de Comercio del Se.
nado le permita a Harry Bridges,,
l'der de los trabajadores mar�ti-
mos de la costa del Pacifico, naci- j
rio en Australia, comparecer para
defenderse de las acusaciones de;
comunista de que ha sido objeto y!
has�ndose en las cuales se ha pe-'
dido su deportaci�n.
Kn una carta en�rgicamente re-
dactada que dirige al senador Ro-
jal S. Copeland y a los dem�s
miembros del Comit� John Brophy.
director ejecutivo del CIO, se de.
clara: "La negativa a oir un hom-
bre defenderse de serias acusacio-
nes en su contra constituye por s�
misma un "lssue" de tal importan-
cia que nosotros no podemos ver
c�mo un senador de un Gobierno
democr�tico y representativo pue-
de ignorar tal desafio".
Copeland, que es el presidente
d?l Comit�, le ha negado a Brid-
as sus repetidas peticiones de una
.mrtunidad �le comparecer a de.
enderse, afirmando el senador que
el Comit� est� Investigando las
condiciones en la industria mar�ti-
ma y no est� interesado en lo que
L'lin extranjero tenga que decir".
rrLa demanda del CIO vino pocas
horas despu�s que el senador
.'nseph Guffey propuso ante el Co-
mit� una medida para estabilizar
Iss condicione.� del trabajo en la
marina mercante mediante el ar-
bitraje y la mediaci�n en casos d*
disputas. Estos son los principales
puntos del proyecto: Que sea un
deber reciproco entre patronos y
trabajadores mar�timos el recono-
cimiento de los derechos de los tra-
bajadores a hacer contratos colee,
tlvos a trav�s ci� sus representan-
tes seleccionados por ellos mismos,
sin la intervenci�n, la influencia t
It coerci�n de parle de los patro-
' nos. requiri�ndose que todo traba-
Je dor "cumpla escrupulosamente
� Ttlot�djoucUia
G�EPPA
los acuerdos a que haya entrado
voluntariamente con el patrono".
Requiere tambi�n el proyecto que
�es representantes de los trabaja-
dores sean ciudadanos de Estado�
Unidos y establece el deber de pa-
tronos y trabajadores a ejercer to.
dos los esfuerzos razonables para
hacer cumplir los 'acuerdos escri-
tos, los cuales deber�n contener
disposiciones adecuadas para el
arreglo de cualquier disputa que
surja entre patronos y trabajado-
res. Estipula el proyecto el reco-
nocimiento al derecho de los tra-
bajadores a declararse en huelga
despu�s que se hayan agotado to-
dos los medios d* arreglo. Crea
comit�s de pucr.tos para arreglar
las disputas. Crea una Junta de
Mediaci�n por'el Secretario del
Trabajo para intervenir en las dis.
putas entre uniones rivales y en-
tre patronos y empleados. Crea
una Junta presidencial de Media-
ci�n que pueda actuar cuando la
Comisi�n Mar�tima considere que
una disputa anjknaza interrumpir
el comercio lnijMtatal o extranje.
ro. Amplia la WU�oridad de la Co-
misi�n Maritirfa para prescribir
salarios m�nimos, y condiciones ra-
zonables de trabajo. Deroga los
"vest�bulos de ��mpleo" y dispona
que se emplee a travs� de la ofici-
na de los comisionados mar�timos.
Corresponsal h�ngaro
expulsado de Roma
ROMA, febrero 12. (P. U.)�El
Gobierno orden� la expulsi�n del
periodista h�ngaro Impre Bares,
corresponsal en Roma desde hace
cinco a�os de "Az Esl" y otros
diarios de Budapest. No se ha da-
do otra raz�n-adema; de su "ar.
! titud genera^.1 Bares sale para
' Ludapest estsWnoche-
Es curioso notar que el Gobier-
| no le concedi� a Bares una meda-
i Ha de valor en reconocimiento de
| su trabajo como corresponsal en
i Etiop�a durante la reciente gue-
rra.
WASHINGTON. D. C, febrero 11.
(PU>.�James Harvey Rogers, cate-
dr�tico de econom�a pol�tica en la
Universidad de Yale, cree que la
soluci�n para el decaimiento co-
mercial en Estados Unidos serla un
enorme programa de armamentos.
Ante la Decimotercera Conferen-
cia de Mujeres sobre la Defensa
Nacional para una Am�rica perdu-
rable. Harvey Rogers declar� que
tales gastos de parte del Gobierno
ayudar�an a las industrias pesadas
(que han sido las que m�s han su-
frido en los �ltimos meses) sin ne-
cesidad de competir con los nego-
cios privados.
"La iniciaci�n por parte de Esta-
dos Unidos de un programa r�pido
y vigoroso de rearme �Incluyendo
la construcci�n de facilidades adi-
cionales en aviones y barcos� ha-
r�a m�s, en mi opini�n, que cual-
quiera otra cosa para vencer la
presente situaci�n y devolver a los
pa�ses econ�micamente importan-
tes y amantes de la paz, la influen-
cia dominante en los asuntos mun-
diales."
V>:
ocLo
. .' i. *' < . 11
. i ..� � 'i ,� s
� 1.

Urge la codstrucci�n de
una \m>c naval
WNEL
"The. t.lnk ot
Ihe Am�rica�"
1290 Kc
,f

Domingo, febrero 13 de 1938.
7.45�Religlous Hour.
8:0O�Voz del Comercio.
9:00�Melod�as Matinales.
9:30�Voz Antillana.
10:30�Campa�a Comercial.
n:00�Radio Souveniers.
11:30�Martln�.
12:00� Commercial Broadcastlng.
1:15 Juan Coto.
1:43 Industrias Nautas.
3:13�Hora Deportiva.
6.13�La Correspondencia.
7:45�Untidol.
8:00�Sal de Picot�Aficionados.
9:00�Kresto.
9:30�J. M. P�rtela & Co.
9:43�Noticias Transradlo.
10.15� Last Minute News Flashes.
10:45� M�sica Bailable.
11:00�Sign Off. Buenas Noches.
Este programa est� sujeto a al-
teraciones.
WASHINGTON, D. C. febrero
12. (PU).�El comandanta general
William Rivers .(retirado) urgi� del
Comit� de Asuntos Navales de la
C�mara que construya una base
naval densamente fortificada en
las Islas Aleutianas (Alaska) con
parte de los fondos asignados a la
construcci�n de barcos capitales.
"Aunque algunos han dicho que
los nuevos barcos- de guerra cons-
tituyen un veinte por ciento de adi-
ci�n a la defensa nacional, dijo
Rivers, calculan autoridades com-
petentes que el verdadero resulta-
do del aumento en la flota aa da
cincuenta a setenta y cinco por
ciento, lo cual es innecesario para
la defensa nacional."
1.a ("�cela,para los pro-
sos nacionalistas
*\ �
NUEVA YORK, febrero 11. (SEM)
�La colecta pSljjlica encabezada
por al diario "La Vos", en favor
de los presos pol�ticos portorrique-
�os, ha aumentad*" hoy, de menos
de cuatrocientos d�lares, a $534.76.
Esto se debe a que entra los do-
nativos del dfa figura uno de cien
d�lares, enviado por la instituci�n
"Caballeros, de Borinquen".
SCHENF.CTADY, N. T.
37t.6 metros.
790 kllocycles.
Los programas da la WGY. ser�n
tambi�n trasmitido� diariamente por
la Eatacl�n WtXAF S1.48 metros de
5:30 P. M. a 11 00 P. M. (hora de
Nueva York), por la Estaci�n
WXIAD, a 19.50 metro� diariamen-
te excepto los s�bados de 1:00 P. M.
a 8:00 P. M. (hora da Nueva York).
Las Estaciones de onda corta de
WGY son dedicadas a fomentar el
desarrollo del radio, pudlendo sus
programas aer combinados o supri-
midos en cualquier momento.
Domingo 13 de febrero de 1938.
W2XAD
A. M.
11:00�^Noticias mundiales.
ll:05-rSe anunciar�.
11:15-�-Servlcios religiosos. '
12:00�Orquesta sinf�nica.
P. M.
12:30�T�picos de actualidad �
desde Chicago.
1:00�Al y Lee Relser, d�o de
piano.
1:15�Henry Busse y su orquesta.
1:30�Coro del Instituto de
Tuskegee.
2:00�Irma Glen, organista y ar-
tistas varios.
2:13�Cuarteto vocal.
2:30� Drama.
3:00�Noticiero radiof�nico.
3:30� Programa musical con Fran-
c�s Adair, soprano.
W2XAD y W2XAF
4:00�Recital de �rgano por el Dr.
Elmer Tidmarsh.
5:00�Mari�n Talley, soprano y
orquesta.
5:30-Programa de "Mickey Mou-
se" � desde Hollywood.
6:00� T�picos cat�licos.
fi:30�Drama � desde Chicago.
7:00�Programa variado con los
c�micos Jack Benny. Mary
Livingston y Andy Devine:
Kenny Baker, tenor, y or-
questa Phll Harrls � desde
Hollywood.
7:30� Entrevistas Interesantes �
Chicago.
8:00� Programa variado con el ba-
8:00�Programa variado con el ba-
r�tono Nelson Eddy; Charlie
MeCarthy (ventr�locuo Ed-
gar Bergen); los artistas de
cine Dorothy Lamour y Don
Ameche; c�micos, y orques
ta � desde Hollywood.
W2XAF
P. M.
9:00�Programa musical con Rac-
hei Carlay, cantante; Plerre
Le Kreun. tenor; trio vocal,
y orquesta.
9:30� Programa musical con el te-
nor Frank Munn; la sopra-
no .lean Dkaklnson; el coro
Amsterdam: d�o de piano;
B. Hirsch, violinista, y or-
questa.
10:00�Orquesta sinf�nica y coro
mixto de sesenta voces.
10:30�"Futuras estrellas del cine"
� desde Hollywood.
11:00�Benny Meroff y su orques-
ta de baila � desde Chicago.
11:30�Ultimas noticias.
11:35�-Jen-y Blaine y su orquesta
de baile.
12:00--Buenas noches.
EL REY PASA REVISTA
PERIODISTAS EXPER-
TOS EN LONDRES
El rey Jorge, de Inglaterra (izquierda) pasa revista de loa cadete� de la Real Fuerza Aere�, en Cranwell,
Inglaterra, a donde se dirigi� en avi�n desde su residencia en Sandrlnghnm. Su Majestad demostr� gran inte-
r�s en el progreso que est� alcanzando la Fuerza Aerea de Inglaterra.
JAP�N SE NIEGA A REV�-
LAR SU PROGRAMA NAVAL
Con tal motivo se cree que Estados Uni-
dos proceder� a construir acorazados
de 40,000 toneladas
EL GOBIERNO DE RO-
MA HA INICIADO
TOKIO. Jap�n, febrero 12. (PU)
�La respuesta de Jap�n a la nota
del Gobierno de Estados Unidos
rehusa revelar el programa Japo-
n�s de contrucci�n naval.
�La nota afirma que Jap�n es-
t� dispuesto a participar en cual-
quier discusi�n que d� importancia
primardial a las limitaciones cuan-
titativas y declara que Jap�n no
intenta poseer una armada que
constituya amenaza para las de-
m�s naciones.
�Mientras el Ministro de Mari-
na. Yonai, tconferencla con el Mi-
nistro de Relaciones Extranjeras.
Hlrota. y otros funcionarlos del
Gobierno con respecto a la respues-
ta de Jap�n a las notas de Esta-
dos Unidos, Inglaterra y Franela
sobre la cuesti�n naval, el viceml-
nistro IsoroHu Yanamato ha hecho
declaraciones exclusivamente para
Prensa Unida.. Dice que, porque la
pol�tica establecida de Jap�n es la
de no intercambiar informaci�n so-
bre construc clones navales con
otras potencias, Jap�n no puede
cambiar esa pol�tica en la actuali-
dad. Yanamoto rehus� revelar los
texto.� de las respuestas de Jap�n
a Estados Unidos, Ingl aterra y
Francia, pero en sus declaraciones
indica en t�rminos generales lo que
dicen las respuestas. Dice que las
perspectivss de una nueva confe-
rencia naval no son brillantes, pe-
ro que "Jap�n no tomar� parte en
una competencia de construcciones
navales, sino que construir� lo ne-
cesario para defender sus propias
playas y mantener la paz y el or-
den en el I p�n nunca demand�, al igual que
otros, que la norma de 'barco por
barco' no fuera cambiada... Mi
opini�n personal es que se ha da-
do excesivo �nfasis a la cuesti�n
de los acorazados, mientras que esa
debe ser considerada como una
cuesti�n relativamente sin Impor-
tancia debido a la creciente poten-
cia de la aviaci�n y tambi�n a los
recientes acontecimientos importan-
tes.en el uso de otras embarcacio-
nes de guerra."
Las Embajadas de Francia e In-
glaterra en esta capital recibieron
las respuestas de Jap�n a las no-
tas pidiendo informaci�n naval, que
son vlrtualmente Id�nticas a la res-
puesta dada a Estados Unidos.
� � �
WASHINGTON, D. C. febrero
12. (PU) � Se indica autorizada-
mente que la negativa del Jap�n a
revelar sus planes de construccio-
nes navales resultar� probablemen-
te en una enmienda aumentando a
40,000 toneladas el tama�o de ca-
da uno de los tres acorazados que
�se tiene en mente construir d�
acuerdo con el prosrama del presi-
dente Roosevelt.
Un influyente miembro dem�cra-
ta del Comit� de Asuntos Navales
de la C�mara que ha estado cele-
brando audiencias durante las �l-
timas dos semanas sobre el proyec-
to naval de Cari Vinson (presiden-
te del Comit�) dijo que posiblemen-
te el tonelaje total de los acoraza-
dos ser� aumentado a 120.000 tone-
ladas. Este' cambio dispondr�a un
aumento de algo m�s de veinte por
ciento que fu� la cifra de expan-
si�n recomendada por el Presiden-
te.
Se recuerda que Vinson ha de-
clarado frecuentemente en el trans-
curso de las audiencias que si se
descubr�a que el Jap�n estuviera
construyendo acorazados de m�s
del limite de las 35.000 toneladas.
Estados Unidos tendr�a que poner-
se a la misma altura.
Una purga de los corres-
ponsales extranjeros
ROMA, febrero 12. (PU).�Por
espacio de varios d�as el cuerpo
de Prensa extranjera ha sido so-
metido a intensa supervisi�n gu-
bernamental y de acuerdo con cier-
tas indicaciones el Gobierno Inten-
ta "revisar" la lista de correspon-
sales que pueden permanecer en
Italia, eliminando los que conside.
re Indeseables.
Comenzando en orden alfab�tico,
el Gobierno Inform� ya a la se-
�ora Madelelne Angles, correspon-
sal de "F�garo", de Par�s, que ella
no puede permanecer en Italia. La
se�ora Angles est� de visita en Pa-
r�s.
El Gobierno tambi�n orden� la
expulsi�n �pero luego la revoc�-
de una corresponsal sueca que ha
estado viviendo en Italia durante
los �ltimos 15 a�os. Su apellido
�que se ha reservado por ahora�
empieza con B.
Otros corresponsales han sido lla-
mados por el Gobierno, recibiendo
rega�os por haber hecho observa-
dones que se consideran perjudi-
ciales al r�gimen actual de Gobier-
no.
Informan una honda dis-
crepancia en el Gabinete
LONDRES, febrero 12. (PU) �
El experto diplom�tico del "Daily
Express" y el experto pol�tico del
"Daily Mlrror" Informan que hay
un profundo desacuerdo en el Ga-
binete en cuanto a la pol�tica del
Gobierno Ingl�s hacia Italia, dis-
crepancia, que seg�n el "Daily
Mlrror", tal vez haga sentirse al
Ministro del Exterior Anthony
Ed�n en la obligaci�n de renun-
ciar. Sin embargo, agrega este pe-
ri�dico que "no es cuesti�n de una
renuncia inmediata".
Dice el "Daily Express' que el
premier Chamberlaln est� muy
impaciente por llegar a un arre-
glo con Mussolini respecto al Me-
diterr�neo, y menciona la posibi-
lidad de un pr�stamo de 23,000,000
libras esterlinas con el consenti-
miento del Gobierno, pero que
Ed�n est� urgiendo una pol�tica de
"Ir despacio".
De acuerdo con el "Daily
Mlrror", Ed�n aconsej� que el Go-
bierno espere hasta que se retiren
de Espa�a los voluntarlos Italia-
nos.
? a�
Misioneros italianos he-
ridos en Pengpu
SHANGHAI, febrero 12. (PU) �
Informa la Agencia Dome! de Fen-
yang que los chinos bombardea-
ron a Pengpo hiriendo a cuatro
misioneros italianos cuya condici�n
es grave.
Realizaron esta Incursi�n seis
seis aviones chinos que arrojaron
once bombas en la propiedad de
los jesu�tas Italianos y el conven-
to d� las Ursulinas francesas cerca
del puente de la ferrovla de Timp-
su sobre el rio Hual. Dicen los in-
formes que en esas dos propieda-
des extranjeras viven veintinueve
jesu�tas italianos y diez monjas ex-
tranjeras.
Las bombas prendieron fuego
en un molino de harina de los in-
gleses.
Rumania continuar� el
programa antisemita
BUCAREST, febrero 12. (P. 0.1
�Oficialmente se ha anunciado
que Tatarescu asumi� el cargo de
Ministro de Relaciones Extranjeras
"hasta que se haya encontrado una
soluci�n a las cuestiones pendien-
tes".
�El Gobierno expidi� una pro-
clama anunciando que continuar�
desarrollando la parte principal del
programa nacionalista antisemita
en Rumania que Inici� el ex-pre-
mier Goga. La proclama anuncia
que el programa del Gobierno in-
cluir� la revisi�n de las naturali-
zaciones hechas despu�s de la gue-
rra y laanulaci�n de las natura-
lizariones fraudulentas.
CEDRO
OLOROSO PARA CLOSETS
PHILIPPINE MAHOGANY.
CYPRES - RED WOOD
JOAQU�N CAMPOS
DR. MARIANI
OJOS. NARIZ. GARGANTA.
O�DOS
Terraza Parque N�m. 8.
Santurce, Puerto Rico.
RADIO
(LA SAMAHTCANA)
Le arregla su radio por
solamente $2.
Miguel Nieves. Mee. Graduado
Tel. 3238 S. J.
Luna esquina San Jos�.
Encerados
Alambre P�as
Espeques
SOLIC�TELOS DE
JOAQU�N CAMPOS
(ANUNCIO)
Reviste importancia la con-
ferencia de Berchtesgaden
En la cual Hitler y Schuschnigg discuti-
r�n sus viejas diferencias
Subsecretario de Marina
nacionalista
GOBIERNO DE LA CAPITAL
JUNTA DE COMISIONADOS
OFICINA DEL SECRETARIO
AVISO
S�PASE, que de acuerdo con -t
mandato de la Junta da Comisio-
nados en su sesi�n ordinaria cele-
brada el d�a 7 de febrero da 1938.
la Junta se reunir� en sesi�n ex-
traordinaria en los salones de la
Casa del.Gobierno de la Capital a
las 3:00 P. M. el mi�rcoles, dia 23
de febrero de 1938. para considerar)
un Proyecto de Ordenanza titula-
do: "Para Imponer una contribu-
ci�n de 10100 del 1% para crear
el Asilo de Indigentes de la Capi-
tal, fabricar un edificio adecuad�
para los mismos, o proveer para su,
alojamlent-; adecuado en debida
forma; y para otros fines."
Y se da aviso p�blico de este he.
cho, de conformidad con la Secci�n
13 de la Ley N�m. 99 aprobada en
mayo 15 de 1931, "Para establecer
un Gobierno Especial para la Ca-
pital de Puerto Rico; y para otros
fines", a fin de que cualquier ve-
cino o contribuyente al Tesoro da
la Capital pueda dirigirse a la
Junta de Comisionados, por escri-
to, oponi�ndose a dicha Ordenan-
za, de manera que la Junta pue.
da considerar las razones que se>
aducen y lo que considere m�s con-
veniente a los intereses p�blicos.
San Juan, Puerto Rico, a 8 de fe-
brero de 1938.
Luis A. CASTRO,
Secretario de la Capital.
BURGOS, febrero 32. (PU)�El
Contralmirante Moreno ha sido
nombrado Subsecretario de Marina
en el Gabinete nacionalista.
BA�OS DE COAMO
... (COAMO SPRINGS HOTEL)
El sitio ideal para su* vacaciones. Aguas calientes, naturales, sul-
furosas, temperatura 43 grados, recomendadas para al reuma, r��o-
nes y enfermedades del est�mago.
Precios razonables por semanas y meses. Cocina excelente.
VIENA. febrero 12. (PU).�La
Importancia de la Conferencia de
Berchtesgaden queda subrayada
por el hecho da que el canciller de
Austria, Kurt von Schuschnlgg,
acude a ella acompa�ado del se-
cretario del Exterior Guido Sch-
midt y unos cuantos consejeros
m�s. Cr�ese que esta Conferencia
puede llevar a una extensi�n del
acuerdo de julio.
Se ha sabido que Von Papen le
trajo la invitaci�n de Hitler a Sch-
uschnigg cuando visit� al Canciller
el lunes.
Fuentes confiables dicen que
Schuschnlgg se reuni� ayer con sus
colegas del Gabinete para discutir
el viaje. Aunque declaran que no
est�n informados de la exacta na-
turaleza de los temas que habr�n
de discutirse, los funcionarios de
la Conferencia creen que Hitler y
Schuschnlgg discutir�n generalmen-
te la normalizaci�n de las relacio-
nes entre Vlena y Berl�n. Se re-
cuerda que a pesar del acuerdo de
julio, todav�a no se ha realizado
la completa conciliaci�n entra las
dos capitales, sino que por el con-
trario durante el mes pasado se
desat� un violento feudo entre los
peri�dicos alemanes y los austr�a-
cos en el cual participaron loa �r-
ganos semloficiales de ambos Go-
biernos, i
Es posible que la Conferencia de
Berchtesgaden signifique un climax
satisfactorio para las actividades
de Von Papen en Viena. Despu�s
del asesinato de Dollfuss, Von Pa-
pen fu� enviado a Viena por Hin-
denburg como un "Ministro de con-
ciliaci�n."
� ��
BERL�N, febrero W. (Prensa.Uni-
ds>� Las esferas oficiales rehusa-
ron confirmar o negar la presen-
cia de Schuschnigg en Berchlesga-
den, mientras que la Legaci�n aus-
tr�aca dijo lo siguiente: "Nosotros
no sabemos nada. No tenemos co-
nocimiento de tal visita". No ha
sido posible localizar a los oficia-
les del Ministerio del Exterior, pues,
como de costumbre, han observado
el medio dia de fiesta del s�bado.
Mientras tanto, se sigue especu-
lando en los circuios oficiales en
torno a la visita de Schuschnlgg
a Hitler. Se cre'e que Hitler lo
llam� a Berchestgaden para ejer-
cer presi�n sobre �l a fin de que
ceda a la creciente influencia na-
zista en Austria. Otros dicen que
Schuschnlgg est� ya dispuesto a
llevar a cabo una negociaci�n con
Hitler.
� ��
Londres, labrara i?. fFrenta
Unida)�La Legaci�n austriaea' in-
form� a Prensa Unida que Schus-
chnlgg cruz� la frontera aJstroger-
mana a- las once A. M. y que es-
tarla con Hitler en el almuerzo, re-
gresando a Austria a las cuatro de
la tarde. Dijo que la conferencia
se consideraba como se�al muy fa-
vorable para la paz en el valle del
Danubio, agregando que Schusch-
nigg no tiene Intenci�n de rerter
en su pol�tica sobre la Independen-
cia lotal de Austria. La Invita-
clon de Hitler se ronsidera romo
se�al de que �l est� deseoso de
llegar a un s�lido entendido con
Viena.
asa
VIENA. febrero 12. (Prensa Unl-
">�Oficialmente se ha anunciado
que e! canciller Schuschnlgg fu� a
Berchtesgaden ayer para conferen-
ciar con Hitler por invitaci�n de
�ste. Schuschnlgg y Hitler est�n
ahora conferenciando en Benhles-
gaden.
(Contin�a en la p�g 8 col. 6)
1240 Kc.
PROGRAMAS PARA HOY
Domingo 1.1 de febrero de 1938.
A. M.
8:30 Programa Religioso.
9:00�Programa Educaci�n
Obrera.
9:30�M�sica Popular (Verdejo).
9:45�Trio "Los Gauchos"
(San Juan Lumber Yard).
10:00�M�sica Popular (Lizardi).
10:30�M�sica Espa�ola.
11:00�Lnlita Cuevas
(Eos Dos Osos).
11:30�M�sica Criolla (Vela).
11:45�M�sica Popular (Nofade).
12:00�M�sica Bailable (Zenith'.
P. M.
12:15�M�sica de Concierto.
12:30� Danzas Portorrique�as
"Alma Borinque�a")
12:45�Charlas Femeninas
(Gladys de Castro).
1:00�Orq. Carmelo D�az Soler
(West Iridies Adv. Co.)
3:15�Transmisi�n Carreras Hip�-
dromo "Las Casas".
6:00-"Dlarlo Hablado"
(West Indies Adv. Co.)
7:30� Transmisi�n de la �pera
"Cavallerla Rusticana".
8:45�Audici�n Musical
'Academia Pedreira".
10:00� Hora Oficial y Buenas
Noches).
(Sujetos a cambio sin pre-
vio aviso).
CUP�N
REINADO INFANTIL
ACADEMIA CAT�LICA
Vale un vol� a favor de
SENADO DE PUERTO RICO
AVISO
Proposiciones en pliegos carradas paro la impresi�n
da documentos legislativos durante la Segunda Legisla-
tura Ordinaria da la DECIMOCUARTA Asamblea.Legis-
lativa, sar�n recibidas, hasta las 9:00 A. M. del d�a 14
de febrero de 1938, en esta Secretarla, la que suministrar�
i los interesados los modelos correspondientes.
En San Juan, f. R., a 7 de febrero de 1938.
ENRIQUE GONZ�LEZ MENA,
Secretario del Senada.
E NCER A I) O S
M �SABR� DE ri'AS v UAI U�ERO
< \Kri)N l>r rtCCHAS 1'IMtlMS - fM'HIH-
s�nrite orarlos;
C�A. MAR�TIMA DI E. MOH�NO �X Co.S.euC
Mal�ete - San Juan IVI�foo* i7M

/'/
HOY
11:*� a 11:N A. M.
Estaci�n W. K. A. Q.
Nuevamente presentando a la genial
y simp�tica estrella da la Radio
LOLITA CUEBAS
�o6&o�Q��
a.�MO* A. P�a
au.ew Nt a�
rujas. ��n juan.na.
PINTURAS
CRISTALES
ESPEJOS
Programa Musical
Domingo, 13 da febrero, 1SS8.
Da 11 :M a 11:8a A. M.
1�"MAR�A DE LA O", baila
sambra gitana del i mesan
Qulroga.
*�"JANITZIO". vals-canel�n
de Mar�a Teresa Lara.
S� TANGO DE LAS ROSAS".
original de Schereler-Bo-
taro.
��"NO ES IGUAL", canel�n-
Muee, de Jos� Sabr� Mi-
rroqufn.
8�"AMAR EN SILENCIO".
rancl�n mexicana de Mario
Tala vera.
6�"D�JAME QUERERTE".
rancl�n de Lola Rivera.
(A petici�n.)
frentes de
establecimientos
Vitrinas
T


EL MUNDO, SAN JUAN. � R. � DOMINGO 13 DE FEBRERO DE 1938.

1
<
Un h�roe nacional de Estados Unidos en San Juan
El capit�n Schilt expuso dieciocho veces su vida por
salvar las de dieciocho compa�eros heridos en las
monta�as de Nicaragua
-------------------------------------Por ARTURO GIGANTE -------------------------------------
El capit�n dn Aviaci�n de Infanter�a de Malina. Chiistian Fronk Schilt
finteo aviador que en ruin puede lucir sobre MI pciio la Medalla de Ho-
nor del Congreso notteani'.ricano. supremo aalard�n cen que la Naci�n
premia a sus h�roes.
Entrt Ion oficial�* de las fuerzan
a�reas norteamericana! estaciona-
dos en Puerto Rico con motivo de
las maniobras navales que se efec-
t�an en la vecina Isla de Culebra,
se encuentran el capit�n del Cuerpo
d� Aviaci�n de Infanter�a de Ma-
rina Frank Schilt.
�1 capit�n Schilt e� un hombre de
42 anos de edad, cuyos 6 pies de �
estatura enfundados en el cl�sico,
Kaki del uniforme apenas disimu-
lan su poderosa musculatura, y cu-
>oi grandes ojos azules tienen ra-1
ros relampagueos met�licos, al re-
�ardar las acciones de guerra, de
�os que vamos entresac�ndole pala-
bra a palabra el heroico episodio
que le vali� ver lucir sobre su pe-
cho la Medalla de Honor del Con-
sreso de los Estados Unidos, suprc-
mo galard�n con que la Naci�n
Americana premia a sus h�roes, y
. que hasta la fecha ha sido otorga-
do a muy pocas y contadas perso-
nas.
Presentados al capit�n Schilt por
la cortes�a y gentileza del Mayor
Merrit, el Capit�n nos recibe en la
peque�a tienda de campana que
1 le sirve de hosar provisional en el
aeropuerto de isla Grande mientras
, duren las maniobras.
Enterado del objeto de nuestra
visita, al pedirle que nos re�ale pu-
ra nuestros lectores la heroica ac-
ci�n que le vall� ser condecorado
con la Medalla de Honor del Con-
greso Norte Americano, el guerrero
acostumbrado a desafiar la muerte
cara a cara se sonroja como una
colegiala, y solamente accede a
mis ruegos cuando le recordamos
que es parte de su patri�tico deber
el relatarnos el heroico hecho para
La cat�strofe del "Puente
de los Enamorados"
NUEVA YORK (Editors Press*. I
Ni�gara Falls. la ciudad riverc-
�a que fu� cuna de significaci�n'
internacional para el ABC. de Sur'
Am�rica, ha tenido un Invierno pin-
g�e para los hoteles y posadas
All� se reunieron hace muchos aftos :
los Embajadores de Argentina, Bra-
sil y Chile como mediadora* en un
mado de "Los Enamorados" en el
supuesto de que asi est�n los e-
ci�n casados. Por elll pasaron mi-
llones de parejas en viaje de bodas,
porque esta escrito en el c�digo
matrimonial de los Estados Unidos
que el marido de algunos medios
tiene la obligaci�n de llevar a su
consorte * contemplar las catara-
conflicto Internacional entre los Es-
tados Unidos y M�xico, fu� acaso
la �nica acci�n diplom�tica de re-
lieve que pudo anotar a su haber
la entonces rozagante y ahora casi
extinta entente internacional ame-
ricana que por un tiempo surgi�
�mi el cielo americano como rons-
iclaci�n de primera magnitud en
las hegemon�as continentales.
Pero no era la diplomacia lo que
atra�a este 29 de enero a los miles
y miles de visitantes; ni eran �stos,
reci�n casados en visita de luna de
miel a las Cataratas que adornan
esa frontera americano-canadiense,
donde no hay i:nt fortaleza ni un
<-anon ni una patrulla militar. Los
curioso acud�an a ver lo que ha-
bla ocurrido en el hu.'.�rico puente
que all� unia a las dos naciones pa-
cificas da habla inglesa de miles de
millas de frontera desguarnecida.
Desde hacia una semana monta�as
da hielo que sub�an hasta den pies
de altura se hablan estado acumu-
lando junto al complicado anda-
miaje de hierro. El 26 se oyeron al-
gunos "gemidos" precursores; 'os
ingenieros americanos y canadien-
ses dieron la vos de alarma, pero
expresaron tu Impotencia para ha-
cer algo en salvaci�n del hist�rico
ouente de leyenda rom�ntica. A las
4:12 minutos de la tarde del 29
de enero, tras algunos estallidos
("mo pistoletazos que anunciaban
coreo las amarras de hierro se iban
cortando bal� la tremenda presi�n,
la masa met�lica cedi� y se de-
rrumb�.
Fu� cosa de unos minutos y la
masa de fierros retorcidos no ofre-
c�an espect�enlo alguno de grata
visi�n; pero �se era el puente lla-
tas. El puente estaba situado un
cuarto de milla corriente abajo y
ofrec�a el mejor mirador para el
grandioso y rugiente espect�culo.
De noche las luminarias realzaban
la poes�a (rizada de las m�s popu-
lares entre las caldas de agua del
mundo. De dia los novios deb�an
1 pasar por ese t�nel que un.-, de las
cataratas deja entre la cortina de
.agua y la pared del lecho que all�
se corta en un centenar de yardas
de calda.
Esa tarde el fragoi fu� tal que
|apag� el ruido de las cataratas
; mismas. Grito de despedida de una
obra de .ngenieri ; que ruando se
construy� hace 39 aftoi fu� el puen-
te m�s largo de un tramo que exis-
t�a en el mundo, a pesar de que era
s�lo un modesto arco de 1,200 pies
de largo.
Los curiosos pudieron ver los res-
tos del puente que escasamente han
podido moverse aprisionados por las
masas de hielo y un poco m�s aba-
jo divisaron a dos barcos llenos de
leyenda rom�ntica, tambi�n estre-
llados y medio deshechos por la
avalancha. Eran "Las Doncellas de
la Bruma" rom�ntico nombre da-
do a dos buquecillos que hac�an el
negocio de pasear por el rio a las
caravanas de reci�n casados.
Por esta vez los visitantes no ve-
n�an a admirar la obra fant�stica
de la naturaleza sinc la del hom-
bre, frustrada por la furia de los
elemento�. Eran 4.600.000 libras de
metal Inerte e in�til que hasta el
d�a anterior se hablan alzado 190
pies sobre el nivel de las aguas en
gracioso arco cargado de recuer-
dos legendarios.
estimulo de futuros aviadores, y de
nuestra juventud ambiciosa.
Lentamente, y escogiendo las pa-
labras para dar mayor sencillez y
naturalidad al relato, nos cuenta co-
mo fu� que, encontr�ndose de ser-
vicio en Nicaragua, en su capacidad
de Primer Teniente del cuerpo de
aviaci�n de Infanter�a de Marina,
durante las revueltas Sandinlstas,
pudo observar, mientras hacia un
reconocimiento sobre laa montanas
nicarag�enses, como una columna
de Infanter�a de Marina que efec-
tuaba una marcha por un estrecho
de aflladero fu� victima de una em-
boscada de los rebeldes, y despu�s
de una ligera escaramuza logr�
fortificar en el peque�o vlllorlo de
Quilali, en lo alto de las montanas,
no sin dejar varios muertos sobre
el campo de batalla, al retirarse
con gran n�mero de heridos ante
la superioridad num�rica del adver-
sario, que aprovechando el conoci-
miento del terreno, y el hecho que
los soldados de Infanter�a de la Ma-
rina norteamericana marchaban
cargados con toda su Impedimenta
sobre las espaldas, batieron a estos
en la escaramuza.
Muy pronto coment� a funcionar
el heli�grafo desde el peque�o vi-
1 lorio, Informanc. al avi�n que las
fuerzas atrincheradas ten�an 18 he-
ridos grave�, a los que era necesa-
rio transportar lmmedlatamente
fuera del �rea de combate si se
teles generales establecidos en Oco-
tal, e Inform� a sms superiores so-
bre la escaramuza y sus resultados,
asi como de la urgente necesidad
de trasladar los heridos si Hospi-
tal General de la base, psra ser'
debidamente atendidos por los ciru-
janos del ej�rcito.
Una conferencia surgi� tras este
Informe, en la que el alto coman-
do americano no escontraba la for-
ma de operar con la rapidez nece-
saria para evacuar estos heridos
y salvarle la vida, ya que una mar-
cha forzada, desde Ocotal a Quilali.
a trav�s de caminos enmara�ados
por la selva virgen, era cuesti�n de
semanas, sin contar la resistencia
que pudieran ofrecer las fuerzas re-
beldes al mando del general San-
di�o, a la columna de rescate.
Cuando parec�an agotados todos |
los medios, el teniente Schilt solici-
t� el permiso de sus superiores pi-
ra Intentar �l solo el rescate de los
heridos, exponiendo un plan que
pareci� una locura al principio, pe-
ro que despu�s de ser estudiado de-
tenidamente, te encontr� que tenia
algunas, muy pocas, probabilidades
de �xito, y ante la persistente peti-
ci�n del teniente Schilt, le fu� con-
cedido el ansiado permiso para in-
tentar �l s�lo el desesperado es-
fuerzo.
Renovando la provisi�n de gaso- �
i lina al avi�n, Schilt carg� �l mis- I
l mo con picos y palas, y se elev� I
para intentar un desesperado ate-
rrizaje.
Muy pronto estuvo listo el Im-
provisado campo, que despu�s de
inspeccionado por el Comandante
de la columna sitiada fu� encon-
trado tan defectuoso, que el heli�-
grafo funcion� nuevamente advir-
tlendo al arriesgado aviador que
era imposible un aterrizaje sobre
el mismo, ya que intentarlo sola-
mente equival�a a una muerte se-
gura.
Schilt. que volaba a alguna altu-
ra sobre el poblado para evitar las
balas de los rebeldes, las que ya
habla sentido silvar a su alrededor
al acercarse al poblado, contest� es-
te mensaje realizando un descenso
a toda marcha sobre el centro del
vilorio. y ya muy cerca de tierra
nivel� su avi�n, aterrizando feliz-
mente sobre el improvisado cam-
po.
Un breve cambi� de Impresiones
con el Comandante de la columna,
y uno de los heridos de mayor gra-
vedad fu� trasbordado al avi�n,
coloc�ndolo en el atiento destinado
usualmente al observador, pues fu�
necesario usar un avi�n de obser-
vaci�n tipo "Corsario" para lograr!
el desesperado aterrizaje sobre el
improvisado campo, que a un avi�n �
regular de transporte tipo "Dou-'
R�as" le n�blese sido de todo pun-
to imposible afecluar.
Si dif�cil habla sido el aterrizaje.
La Medalla de Honor del Congreso. La Medalla et una ana de oro s�lido que en r� anverso lee: �Uniieit
States Navy� 1917-li'IS. y en el reverto explica: Concedida ol primer tejiente de Inlantcrin de Marina
Christian F. Schilt por tu extraordinario hero�smo en Nicaragua durante ti a�o 19S7.
poblado, una cerrada descarga sa-1 cambio del rescate de diez y ocho f Undios, la mas alta condecoraci�n
de sus subalternos, que si hoy pue-wjue la naci�n americana prende en
den acariciar las rubias cabeeitas � el pecho de sus h�roes, esta fu� in-
de chiquillos sonrosados en la tran-1 mediatamente concedida, en la se-
qullidad de un hogar, lo deben so- puridad que en ning�n pecho m�s
lamente a que el capit�n Schilt, | noble ni m�s gensroso que en el
que debi� ser h�roe de la guerra.: del capit�n Schilt brillar� la sim-
ios negros sobre tocio el avi�n, pro- prefiri� ser h�roe de la paz, apos-1 b�lica Cruz, recordando continua-
mente que como el M�rtir del G61-
,- >ta. este heroico militar tambi�n
mo, hasta que logrando altura su- � el premio era la vida de diez y ofreci� su vida para la redenci�n
�iciente para hacer In�tiles los di�-1 ocho de sus compa�eros.
Propuesto para la Medalla de Ho-
nor del Congreso de los Estado�
ludo su paso sobre la cabeza de los
rebeldes emboscados en los alre-
dedores del poblado, y entre el ru-
gir de la h�lice y el agrio silvar
de las balas, pudo notar Schilt c�-
mo aparec�an innumerables punti
tos negros sobre todo el avi�n, pro (.
ducidos por el paso de las balas a i tando su vida en una desesperada
trav�s de la tela que cubr�a el mis-1 jugada con la muerte, en la que
�janea* terminada* su� a� en* maniobras, el eapitdn Srhilt nos recibe en la tienda de camnaKa que le sir-
ve de te-nporero hogar en el aeropuerto de Isla Cranl'-. donde a duras pi-nas conseguimos nos relate sus
l�troicas hazaRas.
les quer�a salvar la vida, evitando
a gangrena y la posibles infec-
ciones, tan r�pidas en aparecer en
el calor de los tr�picos, sobre todo,
en heridas recibidas en un campo
de batalla, donde el polvo, el sudor
y el lodo hac�an casi segura la in-
fecci�n, aparte de la gravedad de
las heridas mismas.
Despu�s de asegurarse Schilt que
sus compa�eros estaban fuertemen-
te atrincherados en el vlllorlo de
Quilali y que atacarlos en el mismo
seria un loco suicidio, vol� las 30
millas que lo separaban de Ion cuar-
de la base de Octal, rumbo a la
gloria o la muerte.
Muy pronto el motor del poten-
te "Corsario" atron� el espacio so-
bre el vilorio de Quilali. y volando
lo m�s bajo posible. Schilt dej�
caer losuntenclllos que portaba,
instruyendo en un mensaje al jete
de las fuerzas sitiadas para que de-
rrumbase las casas de adobe cons-
truidas a ambos lados de la �nica
calle del vlllorlo y nivelase el te-
rreno todo lo posible, rellenando
hoyos y limpiando obst�culos, has-
ta dejarle suficiente espacio libre
doblemente imposible parec�a el des-
pegue, que necesariamente lo obli-
garla a pasar volando a muy poca
altura sobre las fuerzas rebeldes
emboscadas en los alrededores de!
villorrio, las que materialmente acri-
billar�an ol avi�n a balazos, al pa-
sar volando a muy poca altura so-
bre la cabeza de ellos, recargados
ron el peso de un pasajero que ha-
cia m�s lento el despegue.
Este inconveniente, previsto de an-
temano, no fu� �bice para que Schilt
efectuara el peligroso despegue, y
tan pronto dej� la protecci�n de!
1 � Kl hielo acuriitlado sohre vi puente el dia ames de la cat�strofe.',
t y 3--Los restoi del puentt despu�s que los l�telos lo deriibaron.
Muri� "la monjita" de "El
Milagro" de Reinhardt
La tragedia de la actriz que empez� por la cumbre del �xi-
to y se suicid� por amor y des esperanza
paros con que lo saludaban sus
enemigos, el hombre encargada de
dar la muerte, sigui� con su carga
rumbo a la base de Ocotal, en un
empe�o de dar la vida.
Una vez en el aire, las 30 millas
que lo separaban de la base de Oco-
tal fueron juego de ni�os para el
poderoso motor de su avi�n, que r�-
pidamente fu� a depositar su pre-
ciosa carga en la base m�dica, pa-
ra nuevamente tomar el aire en su
heroica misi�n y realizar un nue-
vo y peligroso aterrizaje y despe-
gue en Quilali. con otro herido a
bordo, doblemente peligroso esta vez
por encontrarse ya advertidos los
rebeldes de la heroica y peligrosa
maniobra que se habla impuesto el
valiente aviador.
Un nuevo viaje, y una nueva vi-
da arrancada a las garras de la
muerte.... Y asi sucesivamente,
hasta diez y ocho despegues y diez
y ocho aterrizajes en medio del ra-
bioso fuego enemigo y sobre un cam-
po defectuoso realiz� el teniente
Schilt, transportando finalmente to-
dos los heridos desde la segur�
muerte que los esperaba en Quila-
li, hasta la vida que los recib�a con
los brazos abiertos ert la base m�-
dica de Ocotal.
Esta fu� la historia que con pa-
labra lenta y gesto sencillo nos con-
t� el heroico capit�n Schilt; y aho-
ra relatar� yo a mi* lectores, lo
que por modestia y por hombr�a de-
J� de contarnos el sencillo y vale-
roso aviador.
No nos cont� el capit�n Schilt
que en varios de sus desesperados
despegues las balas enemigas hirie-
ron nuevamente dentro del avi�n
a varios de los heridos que trans-
portaba sentados en un asiento in-
mediato al de �l, no nos cont� tam-
poco que varias vece* lleg� a la
base de Ocotal de puro milagro y
a vuelo forzado, corriendo el inmi-
nente pelicro de un Incendio en el
avi�n, al que las balas hablan per-
forado los tanques de la gasolina,
que corr�a libremente empapando
las alas, tan cerca de los tubos de
esrape del motor, que solamente un
I milagro no permiti� que avi�n y pa-
| sajeros terminaran en f�nebre pi-
ra sobre las selvas nicarag�enses.
No nos cont� el capit�n Schilt que
el �ltimo avi�n que us� para trans-
portar los �ltimos heridos, al efec-
tuar el aterrizaje final en Ocotal,
soltaba la tela del fuselaje en peda-
zos, debido a las perforaciones do
las balas recibidas, que hablan ma-
terialmente cernido al mismo, res-
I petando solamente el sitio ocupado
por el valiente aviador, a quien,
admirados de su generosa bravura
y sin Igual compa�erismo, los dio-
ses de_la guerra respetaron la vi-
da, que voluntariamente ofreci� a
de las d? diez y ocho de sus compa-
�eros, cuando era su misi�n ls �e
sembrar U muerte...
/
I i ate MODERNO
envase de CAFIASPIRINA

i�S��*!$&

Cada tableta envuelta
herm�ticamente en
ane
ENVASE MODERNO � C�MODO .. HIGI�NICO
(gFlflSPIRIN/1
el producto de confianza
contra DOLORES y MALESTARES
Rosa Pinchot, "la monjita" bella.
de ojos azules dormidos y de color
de miel, no pudo reproducir en vi-
da, "El Milagro" que represent�
durante cinco anfl* de triunfo en
la* tablas de los teatros neoyorqui-
nos.
El 24 de enero, a las 2:30 de la
madrugada, mientras sus dos hi-
jos, William de 9 anos, y James de
6. dorm�an en la inmensa, y lujosa
mansi�n que Mis� Pinchot arrenda-
ra para pasar el invierno, la mon-
jita, de vida amarga y de desilu-
siones m�s que teatrales, ae dirigi�
al garaje adyacente a la casa.
Con gran precauci�n, tom� una
manguera de regar, coloc� una
punta en el tubo fie escape de su
carro verde (tan conocido por los
polic�as de Nueva York), y la otra
la hizo pasar por una ventana del
coup�. Hizo andar el motor y a
laa 7:15 A. M. una de sus emplea-
das. Rose Hannock-, la encontr�
muerta, asfixiada con gas mon�xi-
do.
Nadie de sus amistades se Ima-
gin� el tr�gico fin de esta agracia-
da da los dioses de la fortuna. In-
mensamente rica, hermosa, una de
las principales familias de los Esta-
do* Unidos y dotada de un gran
temperamento art�stico.
Sin embargo Rosamond Pinchot.
hall� que su vida era un fracaso.
Hija de Amos Pinchot, famoso es-
critor y abogado, y sobrina del
ex-Gobernador del Estado de Penn-
sylvania, Rosamond tuvo desde los
comienzos de su existencia todos
los halagos y comodidades d� ls
hija �nica da padres ricos.
Y fu� en uno de sus primeros via-
jes, cuando Rosamond tenia 1T
a�os y era una esbelta y alte nifta
de belleza extra�a, que el maestro
i�Rosamond Pin-
ehot. 2 � R * i n-
terete. 3�Gast�n,
el esposo de Ro-
samond y exma-
rido de Kay Fran.
cis. 4� Rosamond
Pinchot en el rol
de La Monjita.
Conserve
Ese Cutis
De Colegiala
del teatro, Max Reuiliart. la dos-
cubri� a bordo del "Mauretania".
Relnhart, andaba en esos d�as
buscando un "tipo" .para su drama
Molleo "El Milagro". Desesperaba
de encontrar "la monjita" que tu-
viera al mismo tiempo que una be-
Ueza extraordinaria, un aire d:
inocencia que cuadrara con el pa-
pel, hasta que encontr� a la rica
hila de Amo� Pinchot.
(Contin�a en la p�g. 1* rol. i>
CONSERVE su cara-
todo tu cuerpo lindo,
fresco, encantador ... si-
guiendo este Tratamiento de
Belleza Palmolive: Al levan-
tarse y antes de acostarse
d�se un masaje con la es-
puma del Palmolive en la
cara, el cuello y los brazos,
para que la acci�n ben�fica
de los aceites de oliva y
palma penetre en sus poros y
deje su cutis radiante de
belleza y juventud.
Y en su ba�o diario, fr�tese todo su
cuerpo con la espuma embellecedora
del Palmolive. Al salir del ba�o usted
v^se sien e rejuvenecida . m�s atrac-
"\. tiva. Y una vez por semana d�se un
shampoo con la espuma del Palmolive.
Su pelo queda suaye, limpio y sedoso.
EL JAB�N DE LAS QUINTUPLES




l'na de las mlle� de Japonesas que en eatos �ltimo� mese* han sido adfestraa e.
el manejo de ametralladora* y otra� m�quina� de (tierra para la defensa de su pa�s.
F.n e�U fotograf�a, tomada en el frente rhlno. vemos a alguna*
soldado* perteneciente al ruerno de Defensa de Shangai, poco antes
cayera en manos de los Japoneses.
de las mujeres�
de que la ciudad
/A
se
/�i
/j.
En las Guerras Futuras las
Mujeres Pelearan en
en las Trincheras
Otra C�lebre Aviadora Aprueba la �dea de que
las Mujeres Sirvan en las Tropas en
Clase de Soldados
A
m
M
w
Arriba, una mujer pertene-
eient* al Cuerpo A�reo del
ekrt ito rojo, y .i la Izquierda, una
aviadora turca. Rusia y Turqu�a
est�n preparando a mil:* de
mujeres para el servicio militar.
No seria extra�o que estas dos
linda* J�venes se enfrentaren en
un campo de batalla.
:*
a,
\�
�>
En esU Interesante fotograf�a, tomad� durante U revoluci�n espa�ola, vemos � un�
de la* miles de mujeres pertenecientes al Ej�rcito Rojo.
' \ (frt�l�*�� literaria e*ctotra�s pm
Casi a fines del siglo XVIII, con esquel�tica
t temblorosa mano Voltalr?. cuya- ideas
ejercieron tan gran influencia en el esp�ritu
publico, escribi� las siguientes palabras:
"Podr�n existir mujere* muy tablea, y
quiz�s muieres-soldado*. pero nunca mujeres
Inventoras". �Qu� desilusi�n hubiese recibido
�l c�lebre poeta y escritor franc�s, m '.r.ibler-e
vivido hasta hoy! En este a�o de gracia, la
mujer, no s�lo ha hecho valiosas contribuciones en el rsmpo de- la
rimca. del arte y de la industria, sino nue tambi�n, abandonando su
tradicional puesto pn el hogar, ha Invadido uno de los camnos hasta
ahora reservados exclusivamente pera el hombre: el campo de batalla-
No existe la menor duda de que en la pr�xima guerra las mujeres
servir�n en las tropas en clase de soldados. Tanto las escuelas de
ln�trurel�n militar como los campamentos es'�n repletos de mujeres
J�venes que se adiestran en el manejo de toda clase rlc arma-- para
defensa de su pa�s. En 1'� mismos Estados Unidos se has succrldn
que. en caso de guerra, las mujeres sean reelutadas conjuntamente
con los hombres.
La Iniciadora de tan sensacional proposici�n fu� nada menos que la
e�lebre aviadora. Amella Earhart. suien desapareci� en el Pacifico en
iu �ltimo vuelo alrededor del mundo. De ponerse en ejecuci�n este pro-
yecto, no s�lo se aumentarla el n�mero de soldados sino que tambi�n
habr�a la probabilidad de que las guerras fuesen menos frecuentes.
"Yo creo", dijo Amelia Barhart. "que las mujeres deber�an servir
igual que los hombres, en lo* campamentos, en las trincheras, en el
campo de batalla, y hasta en el aire. Si las mujeres fueran reelutadas,
probablemente no habr�a tantas guerras".
Otra c�lsbre aviadora. Amy Johnson, veterana en vuelos transatl�n-
ticas, cree tambi�n que las mujeres deber�an sentar plaza en la milicia,
pero no para pelear en el campo de batalla sino para servir de enfer-
meras. "Creo", dice Amy Johnson, "que seria horrible el que las mu-
jeres tuvieran que Ir al frente o participar en combates a�reos. Yo
nunca tendr�a el valor suficiente para matar a otra persona, ni podr�a
manejar un aeroplano de guerra".
Hay otras mujeres, sin embargo, que no son tan escrupulosas como
Amy Johnson, modernas amazonas a las cuales no les punza la con-
ciencia cuando se sientan detr�s de una ametralladora y siembran
desolaci�n y muerte por todas partes. Las mujeres espa�olas, espe-
cialmente las perteneciente* al partido del gobierno, han peleado con
�nimo varonil, en la larga y sangrienta guerra que arrasa a Esparta.
El gobierno de la Rusia Sovi�tica est� adiestrando a miles de mujeres
en el manejo de aeroplanos de guerra, ametralladoras y tanques.
El General Chiang Kal-8helc tiene mujeres alistadas en su ej�rcito,
y pone por ejemplo el hecho de que su esposa es comandante en jeie
del cuerpo a�ieo de China, para probar que la mujer puede ser tan
experta y de tanta utilidad en el ej�rcito, como cualquier hombre. El
Canciller Hltler dice que el verdadero sitio de la mujer es en el hogar,
sin embargo, miles de mujeres alemanas est�n aprendiendo a manejar
aeroplanos, e indudablemente estas mismas mujeres podr�n ser de gran
utilidad en tiempos de guerra.
cnra> f*atikeb aTMnicarn. im. �*�*�**� i� mhwntu� uki � parata�
Probablemente la m�s pintoresca de todas las amazonas modernas
es Sabina Gochken. de 23 a�os, hija adoptiva de Kamal Ataturk. dic-
tador de Turqu�a. 8ola. en un aeroplano equipado con una ametralla-
dora, hace pocos mese* hizo huir a una banda de m�s de mil rebeldes
en la parte oriental de Anatolia. Nadie que viera a Sabiha por pri-
mera vez. podr�a creer que una Joven tan simp�tica y tan modesta,'
furra t'-ni'-nte de la fuerza a�rea de Turqu�a. En los bolsillos de su
uniforme r�e aviadora, Sabiha lleva siempre un rev�lver y una mota
dfl empolvarse,
Babiba es hija de un capit�n del ej�rcito turco, que muri� peleando
contra los griegos en 1921. Al quedar hu�rfana, fu� adoptada con va-
rias ni�os m�s. por Ataturk. Cuando creci�, y mostr� deseos de ser
aviadora. Ataturk la envi� a Rusia para que aprendiese aviaci�n. All�
se convirti� pn '�xperto piloto de toda clase de aeroplanos, desde loa
m�s peque�as, hasta los gigantescos lanzabombas.
Su padre adoptivo cree que todas las mujeres turcas deben ser sol-
dado-, expertos. En un proyecto que envi� a la Asamblea Nacional dis-
poniendo que las muieres turcas recibiesen Instrucci�n militar, dijo:
Tocia ver que no debe exirtir diferencia alguna entre los derechos de
ambas sexos, tampoco debe existir diferencia entre sus obligaciones.
"Es falso alegar que la mujer no est� capacitada fisiol�gicamente
para rendir servicio militar, pues tenemos pruebas palpables de que
la campesina turca ha salvarle los mismas obst�culos, ha pasado el
mismo trabajo, que el hombre. En repetida* ocasiones han demos-
trado su valor en el campo de batalla En consecuencia, tenemos qua
ver que la nueva generaci�n femenina reciba adecuada preparaci�n
f�sica1'.
La Gran Breta�a es menos radical en este sentido. Por lo presenta
se sai r face eon que las mujeres desempe�en puestos de menos peli-
gro tales como conductoras de autom�viles y camiones, oficinistas y
enfermeras en el ej�rcito.
Por otra parte, la Rusia Sovi�tica cuenta con miles de mujeres pre-
paradas para servir de soldados en cualquier momento dado, en emu-
laci�n del famoro "Batall�n de la Muerte", compuesto de j�venes da
escuelas, que se distingui� tan gloriosamente en el frente oriental du-
rante la Gran Guerra.
En 1930 el gobierno franc�s aprob� un proyecto de ley mediante eJ
cual todas las mujeres menores de sesenta artos, tendr�n que prestar
servicio militar en caso de emergencia, pero hasta la fecha, nada de-
finitivo se ha llevado a cabo para convertir a las lindas franceslta* en
modernas Juanas de Arco.
Probablemente el gobierno franc�s cree, como crey� el Oeneral
Washington y como creen muchos expertos en la ciencia militar, que
a pesar de los experimentos satisfactorios llevados a cabo en Rusia,
Esparta. Turqu�a. China y el Jap�n, las mujeres Jam�s podr�n ser m�s
que soldados de segunda categor�a.
%
m
K

m�*


EL MUNDO, SAN JUAN, P. R. - DOMINGO 13 DE FEBRERO DE 1938.
;
PRRA
- Por RITA R. LANG
(La autora de �te traba-
jo ea jefe de la Unidad Die-
t�tica de la Diviti�n de
Salubridad de la PRRA).
El
vez
plificar loa principios cient�ficos y [la especialista en nutrici�n traba-
ajustar los temas de conferencias y | ja con el individuo, ayud�ndole a
demostraciones objetivas a la com- resolver aquellos problemas que
extranjero que por primera
visita nuestros campos sor-
pr�ndese ante el doloroso contras-
te que ofrecen la naturaleza tro-
pical y exhuberante de nuestra Is-
la y la figura hambreada y maci-
lenta que la puebla.
��Como es posible, �quiz�s se
pregunte� que en ambiente acoge-
dor y propicio, ain bruscos cambios
de temperatura y en medio de una
vegetaci�n tan rica, deslumbrante
v variada, medre un tipo de tan
miserable apariencia? SI su curio-
sidad no es la del simple turista
y ahonda con buena fe en el fon-
do de este extra�o contraste, en-
contrar� sus causas Inmediatas co-
mo a la vuelta de las p�ginas de
un libro. Es el libro de nuestras
tribulaciones econ�micas y socia-
les, con su grave secuela de bajos
salarlos, enfermedades end�micas,
mala alimentaci�n e instrucci�n
deficiente.
En este articulo pretendemos es-
tudiar, someramente, el problema
de la mala nutrici�n en nuestraa zo-
nas rurales y los esfuerzos realiza-
dos por la Divisi�n de Salubridad de
la PURA para conjurarlo, dentro
de las dificultades impuestas por
sus limitados medios econ�micos y
coordinados con Ion diversos aspec-
tos del programa general de reha-
bilitaci�n.
FROGRAMA NUTRICIONAL �SU
ORIGEN
Al organizarse la Secci�n de
Campamentos de la PRRA. se hizo
evidente la necesidad de establecer
un servicio nutrlcional uniforme
que controlara la alimentaci�n de
los diversos srupos de trabaindc>-
rea, fij�ndolas dietas cient�ficamen-
te balanceadas. MA.i tarde oslo ser-
vido fu� extendido a los dispensa-
I rurales de la Secci�n de Cen-
tros, M�dicos y finalmente, j ya
con la mira puesta en un prop�sito
de m�s amplia pretensi�n, s� ela-
d un programa completo con el
fin de estudiar sobre el terreno la
dieta de nuestra poblaci�n campe-
lina y los medios de mejorarla, de
acuerdo con la limitaci�n de los
iornaif-s y aprovechando los frutos
y productos nativos de las talas y
la*. comunal'
ma comprend�a los
ex tramos siguientes: investigacio-
nes cient�ficas sobre la dieta del
campesino; labor educativa, me-
diante demostraciones y conferen-
cias, en hogares, cl�nicas y centros
comunales; cooperaci�n con los pro-
gramas de medicina preventiva,
terap�utica y de higiene dental, im-
pulsados por la Divisi�n de Salu-
bridad; participaci�n, desde el as-
pecto nutrlcional correspondiente,
en el trabajo de servicio social y
�upervial�n de hogarea, realizado
per la Se ion de Servicio Social y
estudios sobre el valor nutritivo da
los productos comestibles cosecha-
dos en nuestros campos.
El personal t�cnico para el des-
ai rollo de evie programa fu� selec-
cionado entre las graduadas de ba-
chiller en cienclai de la Universi-
dad de Puerto Rico, especializadas
en nutrici�n y con vasta experien-
cia en esta �ndole ele trabajos, di-
daa por la autora de este articu-
lo como jefe de la �Unidad de Dle-
t�'ica.
El programa comprend�a labor
t�cnica, te�rica y pr�ctica, coordi-
nada toda con las distintas divisio-
nes y secciones de la Administra-
ri�n donde la extensi�n del servi-
cio nutrlcional se hiciera necesaria.
A los efectos de facilitar el tra-
bajo la Isla fu� dividida en siete
distritos, aharcando cada uno los
dispensarios rurales, los caser�os v
barriadas y lo� campamentos pa-
ra trabajadores de ia Administra-
ci�n.
La labor-en cada distrito se puso
a cargo de una especialista en nu-
trici�n y diet�tica. quien, previo
itinerario Indicado, visitaba peri�-
dicamente los dispensarlos en dias
de cl�nica, entrevist�ndose con el
m�dico, la trabajadora social y ln
enfermera, para discutir con ellos
el aspecto nutriclonal de los pro-
blemas m�dico-sociales implicados
en cada caso. En los hogares cele-
braba conferencias y hacia demos-
traciones pr�cticas sobre la forma
m�s sencilla, econ�mica y benefi-
ciosa de confeccionar los men�s v
pieparar los alimentos, investigan-
do las condiciones de la familia en
lo relativo a su alimentaci�n para
hacer m�s tarde las recomendacio-
nes pertinentes en cuanto al aspec-
fo nutritivo y sanitario de la die-
ta en general. Asimismo, coopera-
ba con los m�dicos y dentistas en
la confecci�n de planes cient�ficos
necesarios en las distintas zonas
agr�colas, tomando tambi�n parte
en la investigaci�n de las necesida-
des de nuestros campesinos.
Eite es, a grandes rasgos, el pro-
grama nutrlcional formulado por
la Unidad de Diet�tica de la Div�-
il�n de Salubridad de la PRRA;
programa que se ha cumplido en
algunoi de sus extremos esenciales
y cuyas actividades est�n hoy, par-
cialmente detenidas, en espera de
nuevas asignaciones econ�micas
para continuarlo. Veamos ahora el
modua operttn�i puesto en pr�ctica
hasta la fecha, el trabajo realiza-
do, los resultados obtenidos y las
altas calificaciones, tanto t�cnicas
como personales, que una labor de
�ndole tan delicada y compleja exi-
ge de sus ejecutores.
CALIFICACIONES DE LA ESPE-
CIALISTA EN NUTRICI�N Y
DIET�TICA
La especialista en nutrici�n y
diet�tica ha de reunir las siguien-
tes calificaciones:
1�Conocimiento cient�fico del
proceso de la nutrici�n: valor vita-
m�nico y energ�tico de los alimen-
tos; asimilaci�n fisiol�gica de los
mismos y afecciones caracter�sticas
causadas por la falta o el exceso
de vitaminas en el r�gimen alimen-
ticio.
2�Amplia experiencia en la con-
fecci�n de dietas y en la prepara-
ci�n de alimentos.
3�Habilidad especial para ilm-
prensl�n de los distintos grupos so-
ciales y econ�micos..
4�Inter�s vivo y uniforme en to-
das las fases de su trabajo.
5�Personalidad y amabilidad.
6�Sentido sereno y l�gico al so-
lucionar los problemas con que se
confronta.
DEBERES DE LA ESPECIALISTA
EN NUTRICI�N DIET�TICA
Entre los m�ltiples deberes de
la especialista en nutrici�n y diet�-
tica se destacan, prlmordlalmente,
los siguientes:
1�Compenetraci�n Intima de las
necesidades de la comunidad en
que va a servir.
3�Organizaci�n de grupos inte-
resados en los problemas nutrido-
nales de las diversas zonas agr�co-
las.
3�Celebraci�n de conferencias y
demostraciones objetivas en forma
adaptable a la comprensi�n de ca-
da grupo.
4�Visitar los hogares en que
existan casos bajo tratamiento die-
t�tico.
5�Participaci�n, en lo que al
problema nutrlcional corresponda,
en los programas de salud mater-
nal, higiene dental, sen-icio social,
etc., formulados por la Divisi�n de
Salubridad.
6�Preparaci�n de material y
propaganda educativa en forma
comprensible al mayor n�mero *e
lectores.
conciernen al r�gimen alimenticio
de su familia, de acuerdo con sus
ingresos econ�micos. Asimismo,
trabaja con grupos, en clases pa-
ra madres, conferencias y demos-
traciones objetivas, haci�ndoles
comprender el valor de la dieta ba-
PROGRAMA DE NUTRICI�N EN , c�mo no es necesario eliminar de
LOS HOGARES '* me$a campesina el tradicional
* plato de arroz y habichuelas si a
Este trabajo ofrece muchas opor- ' �l se agregan aquellos frutos y pro-
tunidades para iniciar a los p�cien- � ductos complementarios e indispen-
tes y sus familias en principios sables a una dieta sana y nutritiva.
b�sicos y elementales de nutrici�n, ; Tambi�n ilustra a las madres de
mediante pl�ticas sencillas y de- familia en la preparaci�n de f�r-
mostraciones objetivas. Cada espe- I mu�as alimenticias para beb�s, co-
ciallsta desarrolla el programa imidas para ni�os peque�os y die-
aslgnado del modo que mejor con-1 tas especiales para pacientes.
que ayudan a formar y conservar
los dientes.
Estos pacientes reciben ayuda de
lo que esencialmente necesitan
(calcio, aceite de higado de baca-
lao, etc.� a trav�s de los dispensa-
rios rurales.
Cada caso se sigue tratando y
visitando en la cl�nica o en el ho-
gar hasta que el m�dico lo da de
alta.
actividades los dispensarios y de-
m�s organizaciones del programa
de la Divisi�n de Salubridad.
ACTIVIDADES FUTURAS. ESTU-
DIOS Y TRABAJOS REALIZADOS
Como expresamos anteriormente,
debido al agotamiento de ciertas
asignaciones, \k Unidad de Diet�ti-
ca se ha visto obligada a auspender
parcialmente algunas de sus acti-
vidades en espera de nuevos recur-
sos econ�micos. La oficina central,
no obstante, tiene elaborados pla-
nes completos para coperar, en un
futuro pr�ximo, en el programa de
supervisi�n de hogares, cuando la
PRRA entregue a los trabajadores
y familias necesitadas las casas que
est� construyendo en distintas zo-
nas de la Isla, en su empe�o de eli-
minar los arrabales, como ha hecho
con el falansterlo construido en
Puerta de Tierra y con otras ba-
rriadas y caser�os recientemente
terminados.
Para esta parte del trabajo las
especialistas en nutrici�n tendr�n
que adquirir los datos nutriclona-
les de las familias que habiten di-
chas barriadas y, de acuerdo con
las deficiencias e Irregularidades
que observe, proceder a Instruirlas
en las diversas maneras de confec-
cionar y preparar los alimentos.
Habr� tambi�n que instruirlas en
el modo de usar los frutos de sus
hortalizas con el fin de evitar que
los vendan a precios inferiores a
los corrientes o que los cambien en
los mercados locales por productos
'de escaso o nulo valor alimenticio.
Arriba: Un cp*o de rritma nutH-
cxonul de la cara y el vientre. Aba-
jo: Caao de deformaci�n del tronco
y la cabc'a, ri'.birio entre otraa co-
aoa a alimentaci�n deficiente de la
madre durante lo� periodoa de em.
barato y Jactancia.
7�Preparaci�n de planes para
dietas especiales, previa recomen-
daci�n y aprobaci�n del m�dico. En
estos planes de dietas se toman en
consideraci�n el estado econ�mico,
la edad, las costumbres y la enfer-
medad de cada paciente.
LA ESPECIALISTA EN EL PRO-
GRAMA DE SALUD PUBLICA
En el programa de salud p�blica
(Continuaci�n de la p�gina 2.)
extender el trabajo se Investigaron
las dietas prevalecientes en las re-
giones cafetera, tabacalera, frute-
ra y azucarera, con el prop�sito
de establecer el r�gimen alimenti-
cio consuetudinario de los traba-
jadores de la PRRA en dichas re-
giones y determinar, sobre base
cient�fica, si �ste es adecuado y
suficiente.
� Se visitaron 800 familias y de ca-
da una se tomaron los datos para
el cuestionarlo que fu� preparado
al efecto. En la zona de caf� se vi-
sitaron 200 familias de las jurisdic-
ciones de Lares y Adjuntas; en la
de tabaco otras 200, en Cayey. Mo-
rovls y Juncos; en la de frutas. 200
tambi�n, en Bayam�n, Corozal. Toa
Alta y Arecibo, y en la de az�car,
.200, en las colonias de Arroyo,
Maunabo y Patillas.
Para Investigar dichas zonas las
especialistas en nutrici�n se esta-
blecieron lo m�s cercanas posible a
los caser�os o en lugares convenien-
tes para realizar el trabajo. En
ocasiones los caser�os distaban po-
co, pero en otras quedaban a varias
horas de camino por abruptas sen-
das de monta�a y dif�ciles pasos de
quebrada.
Se tabularon las contestaciones
y se obtuvo la informaci�n desea-
da. Este estudio nos dl� la base
cient�fica para comenzar el tra-
bajo nutrlcional y diet�tico en la
zona rural de Puerto Rico.
En general, es Indispensable
combatir los malos h�bitos nutri-
cl�nales de nuestro pueblo. No s�lo
carece de la alimentaci�n suficien-
te, sino que no come los productos
necesarios para desarrollar su or-
ganismo y mantenerlo sano. Sin
proscribir de la mesa campesina el
tradicional plato de arroz con ha-
bichuelas, la dieta en la zona rural
podr�a ser considerablemente me-
jorada con la adici�n de las frutas
y los vegetales que produce nues-
tro suelo y que poseen un alto va-
lor nutritivo. Podr�a, adem�s, agre-
garse leche, huevos y carne fres-
ca alguna que otra vez por sema-
na, eliminando un tanto el consu-
mo excesivo de bacalao.
En este grupo de 800 familias in-
vestigadas el 79.1 por ciento usa
leche con un promedio de 3.18 on-
zas diarias por persona. Si esta
cantidad m�nima se compara con
la que una buena nutrici�n requie-
ra, salta a la vista lo inadecuado e
insuficiente de la misma, especial-
mente para los ni�os campesinos.
En peores condiciones queda a�n
el 20.9 por ciento de las personas
restantes que no usa la leche ni
siquiera en los ni�os. Entre estos
ni�os tan mal alimentados se han
encontrado casos en que prematu-
ramente han perdido todas las
piezas de su dentadura decidua o
de seis a�os, a consecuencia de la
falta de calcio y de f�sforo que
son elementos indispensables, con-
tenidos en la leche o otros produc-
tos, para el desarrollo de los hue-
sos y de los dientes.
El 996 por ciento usa arroz: el
99 por ciento habichuelas y el 93.5
por ciento bacalao. S�lo el 24.6
por ciento usa carne fresca. Las
cantidades diarias de estes produc-
tos consumidas por persona son las
siguientes: arroz 0.43 libras, habi-
cuelas 0.10 libras, bacalao 0.20 li-
bras y carne fresca 0.009 libras.
Casi todos los campesinos inves-
tigados invierten la mayor parte de
sus ingresos en productos que no
tienen el valor nutritivo de los que
cultivamos en nuestra tierra. Por
esta raz�n la Unidad de Diet�tica,
en sus conferencias y demostracio-
nes, pone especial �nfasis en la pro-
paganda en favor de la producci�n
y consumo de vegetales y frutos
nativos. Otros proyectos, como el
de enlatado, ense�an al campesino
a conservar los frutos de las gran-
ja* para ser usados durante los
periodos de siembra y cultivo.
A medida que aumentan anual-
mente nuestras importaciones, de-
crece la siembra de frutos nativos,
poniendo en grave riesgo la salud
de nuestra poblaci�n rural cuya
dicta se va limitando, d�a a d�a. a
producios extranjeros de muy e -
casa o dudosa calidad nutritiva.
Otra de las fases del programa
nutricionaf es la dietoterapia. Esta
se practica en los dispensarlos ru-
rales y en los hogares de los tra-
bajadores de la-PRRA. en colabo-
raci�n con m�dicos, dentistas, I
bajadoras sociales y enfermeras de
la Divisi�n de Salubridad. En re-
laci�n con esta labor, comenzada
el 23 de octubre de 1937, tenemos
98 pacientes bajo tratamiento die-
t�tico y 125 casos sometidos a in-
vestigaciones y estudios de higiene
dental. Estos �ltimos son en su ma-
yor�a ni�os de 2 a 16 a�os de edad.
El trabajo educativo incluye con-
ferencias y demostraciones en loa
hogares, dispensarios, escuelas, cerv.
tros comunales y otras organizacio-
nes de car�cter cultural y c�vico.
Hasta la fecha hemos celebrado
m�s de cien conferencias cubriendo
todo el amplio tema de la nutr�-
clon, desde el valor alimenticio de
los productos esenciales a la vida
del ni�o, de la madre gestante y
del adulto y las diversas maneras
de prepararlos en men�s agrada-
bles al paladar y la vista, hasta la*
enfermedades con relaci�n a la die-
ta. Tambi�n se han hecho m�ltiples
demostraciones en los hogares y
dispensarlos, ense�ando a las fa-
milias la preparaci�n de f�rmulaa
para beb�s, para pacientes bajo r�-
gimen diet�tico, y productos gene-
rales como huevos, frutas, c�rea-
les. carnes y alimentos enlatados.
Se han visitado alrededor de 1.158
familias a los fines de adquirir in-
formaci�n para el estudio de la die-
ta campesina, realizar trabajo edu-
cacional o tratamientos diet�tico*
y para trabajos de higiene dental.
La Unidad de Diet�tica de la �Di-
visi�n de Salubridad de la PRRA
i tos mahometanos, que son m�s de del Koran, editado hace 300 a�os, y, cubierta. Con ser Reina de Egipto lica bolsita de monedas el precio todos este vers�culo del Koran, que se complace en hacer p�blleojeu
catorce millones sobre quince del i que fu� adquirido en Damasco por, y Soberana de Nubla, de Sud�n, de de su "�nica". tiene especial significaci�n tratan- � trabajo y ofrece sus servicios a'tas
Arr�HH: Dispenanrio rural de 'os Centro� Medien* ,i, �a PRRA. Centre: Uno eepechJMa ne nultiici�n
interrogando a una familia campeaina. Abajo: Cociiu t�pica en la zona rural de Pucito Rico.
Arriba: T), sai-rollo deficiente de lc$
hueio* v el ory�niamo por falla de
mine,ahs en la dieta- Abajo: Roa-
tro de un caynpeaino pobremen'e
alimentado.
lanceada y la eficacia de los dis- venga y te adapte a la familia vi-
tintos tratamientos diet�ticos. i sitada, explicando con extrema sen-
En los dispensarios rurales con- cillez los diversos puntos del pro-
sulta con el m�dico, la trabajadora blema nutricional que se presente
social y la enfermera sobre los pro- I y dando el mayor �nfasis al valor
blemas particulares de los pacien- j de los vegetales y las frutas fres-
tes que concurren a las cl�nicas. ', cas; el de la leche para ni�os y
preparando el material educativo I adultos; el de la carne y sus cqul-
necesario para ser usado en loa ! valentes y las distintas maneras de
confeccionar estos alimentos.
Tambi�n explica la importancia
que tienen para la salud das die-
tas cient�ficamente balanceadas y
LA ESPECIALISTA EN EL PRO-
GRAMA DENTAL
En varias zonas se han organi-
zado clubs para' trabajar en pro
del bienestar de los ni�os y muchos
han solicitado de la Administraci�n
tratamiento dental son referidos a de Reconstrucci�n que se les pro- | el caudal de sus conocimientos en
la especialista en nutrici�n si es- vea de estaciones de leche que se- materia de econom�a dom�stica.
Todos los casos que est�n bajo
Las conferencias sobre alimenta-
ci�n e higiene personal y del hogar
resultan altamente eficaces para
las amas de casa, pues aumentan
centros m�dicos de la Isla y formu-
lando los planes sobre nutrici�n y
diet�tica que estime convenientes.
Al estudio que sobre la dieta de
nuestra poblaci�n campesina ha re-
alizado la Unidad de Diet�tica se
tan clasificados bajo deficiencia nu- r�an atendidas por sus miembros
tricional. Si .el caso es un adulto la , con la cooperaci�n del personal de
especialista trata directamente con la PRRA que prestare servicios en _
el paciente; si es un ni�o se entre- �esas comunidades. Esta solicitud no le dio la mayor elasticidad y am-
vista o consulta con la madre o el ha podido ser atendida debido a la ' plitud con el fin de abarcar en el
familiar m�s pr�xima^ explic�ndole estrechez de los fondos econ�micos I mismo todoa los grupos de trabaja-
el valor nutritivo de los alimentos I con que tienen que desenvolver sus I dores de la zona rural. Antes de
La mujer que se sienta hoy en el trono de Cleopatra
�as de Farouk se llaman Fawzlya. � total de la poblaci�n; el resto son�, su abuelo que se lo obsequi�. El, Kordofan y de Dar�ur, el matrlmo-
dla de la boda iba vestida con un \ nio de Farida no fu� sino una �'ven-
traje de Worth de Par�s, pero ne la", como es el matrimonio musul
Faiza, Falka. y Falhya. Es hija de! coptos. Por eso muestra especial cm
Youssouf Zulficar Pacha y nieta de' pe�o por sujetarse-a los rituales del
Aly Zulficar Pacha que fu� gober-1 Islaih. Por pedido de el Mareghi \ se separ� de su Koran.
nador del Cairo. Su lio paterno, Ma- | ech� el velo sobre su cara cuando' Lo que puede anticiparse de cier
homed Zulficar Bey, es un reputa-, pas� por entre la muchedumbre en to es que Farida no se recluir� co-
do poeta y su Uo materno Man-1 viaje a Palacio el d�a de la boda, mo se recluy� durante 20 a�os la
moud Said Bey es el m�s popular Ha demostrado especial inter�s en; Reina Nazii, esposa de Faud y ma-
que te publique que de todos los | dre de Farouk. S�lo despu�s de la I transacci�n, el rito la excluye de
regalos de boda el que nunca se muerte de Faud se ha visto a la la ceremonia. Y Farouk tuvo que
El 23 de agosto, menos de un mes ; dose de un soberano a quien la! personas que est�n interesadas eni
de su ascenci�n al trono, Farouk | "Asociaci�n de J�venes Musulma-! las conferenclaa y demostraciones
habla llegado en persona a la casa nei" proclama ya como el l�der del de car�cter nutrlcional que perlcW
Islam: "Alabado aea Dios, Se�or de.dlcamenle celebra entre grupos es-
todas las criaturas, el m�s mlseri-1 colares y distintas asociaciones t,u�
cordloso, Rey del Juicio Final... Di-�trabajan por el bienestar de nies-
de los pintores egipcios.
Farida sabe de la piedad de su es-
poso y del fanatismo de sus s�bdi-
m�n; la mujer es, simplemente' de Youssouf para pedirle la mano
, transferida del dominio del padre i de su hija. Youssouf accedi� sin
al del marido; para que no haya I consultar por cierto a su hila, co-
duda de que la voluntad de la da-' mo lo manda el Koran, y all� mis- rigenos en el buen sentido, en el
ma no tiene nada que ver en la mo el Rey le hizo entrega de 50.000: sentido de aquellos que est�n en tu
d�lares y un anillo de brillantes i Gracia, no en el sentido de aquellos
para la desposada. Despu�s los I con quienes est�is resentido, ni en
separar� de ella ser� un ejemplar Reina madre viajando y a cara des- pagar a Youssouf con una simb�- miembros de la familia recitaron el de los que se han descarriado
tra isla.
i
Rita R. LANfl�
Jefe, Unidad de Diet�tica. nivU
ti�n de Salubridad, PRRA.'


EL MUNDO, SAN JUAN, P. R. � DOMINGO 13 DE FEBRERO DE 1
%
TIN
.
Presidentes que he conocido
CALVIN COOLIDGE
(1923�1929)
Por ROBERTO H. TODD
i
Al conocerse en Washington la
noticia de la muerte del presidente
Harding. ocurrida en Seattle, Esta-
ramento, en una forma tan simple i al doctor Juan B. Soto y a don Al-
y democr�tica. | fonso Vald�a; y los de la Coalici�n
Conocimiento personal con el pre- � �> exgobernador Reily y-al que es-
do de Washington, a las 7:30 de � bidente Coolldge lo tuve cuando le "> n*rra. L* Alianza habla designa-
la �ocha del 2 de acost� de 192.1, vl el Secretarlo de Estado formaliz� ciembre de 1923 para traer a su C�mara por Illinois. Rodenbergh,
al d�a siguiente toda la documenta-1 atenci�n ciertos asuntos locales que P�r� miembro del Comit� Nacio-
o�n necesaria. Incluyendo el jura-1 interesaban a nuestro partido. La "�'� en '� MP",nM d� desplazarme
ment� constitucional, y trat� de impresi�n que me caus� fu� la de d� dicho c�r*o: >' " va,1� d" ��*
comunlcarse con el vicepresidente un hombre fr�o de temperamento.: bernador Towner para que. con su.
Soto y a mi y a todos loa que no
pertenec�an al comit�, a desalojar
el tal�n y aupa luego que, inme-
diatamente, �1 Presidente pregunt�
al comit�ncu�l ara su deseo sobre
el miembro dtl comit� por Puerto
Rico y al se�or Charles D. Hllles.
miembro del comit� por Nueva
Soto como presidentes del Senado y i pensar en qui�n pudiera ser la par-
de la C�mara, de los miembros de sona a quien �l se referia. Cuando
la C�mara Alonso, Me K. Jones, J. Itermin� la entrevista salimos afue-
B. Garc�a M�ndez y Miguel Guerra I ra con el Presidente, y nos hicimos
Mondrag�n; y del se�or P�rez Mar-' un grupo fotogr�fico,
chand, presidente de la Asamblea; Ei que esto narra tenia una Mi-
Municipal de Ponce. Venia esta co-ltrevlsta pendiente con el Presiden-
misi�n con el objeto de visitar al | te para el dia siguiente y cuando
York, hizo la moci�n, que fu� se- Presidente para contrarrestar cier-� entr� a verle, antes de hablar da
cundada, da qua ae 1* diese asiento j to trabajo de zapa que hablan he-: los asuntos que llevaba para traer
�mo'.TrVv'ent'e" rfV nuni �lauS'aa' influencia pol�tica, consiguiese que a Rober�a H. Todd como miembro cho algunos elementos de Puerto, a su atenci�n, le habl� de la entre-
v sobrio en sus luicios v oue no in- � lM diese M�enlos a sus delega- por Pu�Ve Rico y asi lo acord� �Rico en contra del entonces gober- vista del dia anterior y le dije 16
vitaba a la conversaci�n El reverso dos en '� convenci�n y no se nos < este organismo. En seguida se me � nador Towner. Los amigos Barcel� que en mi opini�n era una injusti-
del car�cter del Presidente Hardlna > admitiese a Reily y a mi. El gene- hizo entrar y se me comunic� el y Tous me invitaron a acompa�ar- cia que no hubiese dado el nombra
oue hacia a au interlocutor sentir.'' ral Me Intyre. que dirig�a el Bureau ! acuerdo; tom� asiento y se hizo una les a ver al Presidente y �ste nos de la persona a quien se referia,
se at home en su trato Pero es que' de Asuntos Inaularta en aquellos fotograf�a, que es la que ae publl- recibi� en la ma�ana del 19 de ma- cuando dijo que Towner tenia a su
loa /). //�//*, de Nueva York,
rcprcndrnt'y del Comit� Repu-
blu ./no Nacional, a quien re alud?
< n tai* reportaje.
do los Estados T'nldos, Calvin Coo-
Coolidge siempre habia sido asi, se-
g�n todos los informes. De ese mo-
do y con ese car�cter, se le conoci�
desde que empez� su vida p�blica
como abogado. Fu� en 1899 conce-
jal de la ciudad de Boston, abogado
del Municipio en 1900; secretario de
la Corte de Condados en 1903; pre-
sidente del Comit� Republicano de
�la ciudad en 1904; representante a
la Legislatura en 1907; alcalde de
Bost�n en 1910; senador del Estado,
en 1912; presidente del Senado en
1914; teniente gobernador de Mass-
achusetts, en 1917; gobernador en
1919 y vicepresidente de los Esta-
dos Unidos en 1921.
Sencillo, en la misma forma en
que lo habian sido Lincoln y ante-
riormente todos los hombres gran-
des de Am�rica. Era el hombre ne-
cesario en los momentos en que su
antecesor habia rebajado un tanto
la altura moral del alto puesto. A
pesar de su frialdad aparente y de
su sobriedad de palabra y de cos-
tumbres, era hombre de fibras po-
sitivas y de car�cter fuerte cuando
llegaba el momento. Y ese momento
lleco y supo aprovecharlo. La his-
toria de lo ocurrido siendo Gober-
nador de Massachusetts, cuando el
dias, trasmiti� a la convenci�n un i ca en el cuerpo de este trabajo. I yo y la comisi�n, por boca de don
largo cablegrama qut lt habia en- �Qui�n habr�a dt decirle al doc-1 Antonio Barcel�, interpretado ha-
lado a alguien que le aconsejaba
de mala manera El Presidente no
para que se posesionase en
� a� i ,.-�,u�� io r-�~i;rf��� cuerpo de la Polic�a del Estado se
aa de la presidencia, t.oolince ... . , , , ,
no se encon.raba en Washington; dcc,larrt en h^lga fu� preclsamen-
estaba pasando lps dias calurosos * lo ��" le Present� destacadamen-
,� ��j..�. �_ t-����i >. .n� te ante la opini�n publica de todo
��un sus pa��es, en \ermont. y alia , . . . , ., .
....._ �,,�'���u�. ,,� TO��r�i�l� j�i el pa�s. Antes de amenazar a dicha
tuvo que marchar un mensaiero del � .
ii.-..,.-. .... j� f-.-j- i.rfnii..n Po icia con a fuerza armada que
pepai t�menlo de Kslado. informan- ,. ........^,
i lema a su disposici�n, le habl� de
sus deberes como ciudadanos y co-
en
�lo oficialmente al Vicepresidente,
que por la muerte del Sr. Harding, ,
dchcia asumir oficialmente las fun-! mo �uncionanbs del hstado; y
es de Presidente de los Estados �J��n\0.tUt ��?_n�e eSCUl?10
l'nidos.
Cuando el mensajero lleco a Ver-
moni, encontr� que Coolidce se ha-
llalia en las monta�as de Plymoulh,
con su esposa y secretario, en la
quinta que en dichai monta�as te-
nlan sus padres y all� se dirigi�.
JE^j rjB?ipps^: -"wppp"'" �i � � � ����<� QaH�f
** <�:*� * i* " *r
�* - ' !ll| |
�� BJ � - * >> / 5' � �* �-J 9 ��k ? . [
f- w^g rJ 1 i
' f qg 1 -
/ * * i �
1
Comit� Nacionnl Republicano, electo en Cleveland, Ohio, momento� detjnit* de decidir la contienda del tniamb^o por Puerto Rico. En la fotogra-
f�a ae v� ol letior Todd, quien ya habia tomado posesi�n del cargo. �
la siguiente frase: "Nadie, en nln-
cuna parle, ni en ninguna oportunl- vlado el gobernador Towner. docu- , tor Solo que, cuatro a�os m�s tar-
dad, llene derecho de rebelarse con-: ment� que conservamos en n�es- de. en la Legislatura de 1929. �l
tra la seguridad p�blica." Su gesto' tros archivos y que fu� le�do en la � habr�a de ayudar a formar, con el
bllmente por el Ledo. Guerra, expu-
so al Presidente sus puntos de vista
diciendo, en su concepto, por qu�
decidido y v-lienie salv� la sit�a- convenci�n, diciendo que los dele- i Partido Socialista, el Grupo de Buen | deberla retenerse a Towner en la
ci�n. La Policia se someti�. gados Reily y Todd representaban I Gobierno y que en 1932 habr�a de
Nos hemos referido a la dlferen-: un grupo disidente del Partido Re- I dar su voto para representarnos en
llegando casi a rnodianoche. para c�a de caracteres entre �l y Harding., publican�; y que Soto y Vald�s eran | Washington, a don Santiago Igle-
-nStatnr que dicha residencia era y lo volvimos a observar en dlclem-, los -��*�. �y*�. -..J�fel"-?..**. ****** �""y^*!, *
.imple cabana r�stica, aislada, bre 2 de 1923. cuando el presidente partido y Rodenbergh el miembro par�dar.o de la Rusia Sovi�tica!
Ibo necesidad de despenar a to- ; Coolidce invit� al Comit� Nacional del Comit� Nacional electo La con- Cosas de la pol�tica.
rio el mundo. Recordamos que los Republicano a un buffet lunch, o venci�n decidi� darnos asientos a
peri�dicos -le aquellos dias dieron sea. a un almuerzo tomado de plenos cuatro delegados, con medio vo- Encontr�ndome en Washington
de,alies minuciosos de c�mo cuan- y consistente rn platos fr�os. El pre-1 to a cada uno y que la ��trovar- en 1927, vino a te capital federal
rio Cooliri:e lev� el mensaje del Se-' �dente Harding nos habla invitado sla del miembro del Comit� Naci�- � una comisi�n legisUtiva comp-.es-
.,ciarlo de Estado, se conmovi� vi- el a�o anterior, a un �gape similar < nal la resolviese este mismo orga- ta de los se�ores Barcel� y Tous
a�n quedaba en nuestra memoria . nlsmo cuando se reuniese despu�s -
tuvo Inconveniente en decirme el
nombre de la persona y hasta me
autoriz� para dec�rselo al goberna-
dor Towner. Cuando volv� a Puerto
Rico, asi lo hice, pero el Goberna-
dor no hizo caso alguno y la perso-
na qued� sirviendo en el mismo
puesto hasta que �l abandon� la
gobernaci�n de Puerto Rico.
gobernaci�n de Puerto Rico. Cuan
do contest� el Presidente, entre las
cosas que dijo, mencion� el hecho
de que se le habla informado que,
cerca del gobernador Towner, ha-
bla una persona que le aconsejaba
mal y que si �l, Coolldge, fuese el
Washington. Gobernador, se desprenderla de los I so bien a Puerto Rico o por lo me-
servicios de dicho Individuo. El Pre- I nos nunca hizo nada que demostra-
sidente no mencion� nombre algu-1 se que nos miraba con cari�o. Todo
no y esto nos autoriz� a todos a I el mundo recuerda lo ocurrido en
El presidente Coolidge nunca qui-
sihlemcnte y c�mo al leerlo por se- y
cunda ve/, en voz alia, a la luz de : la manera de c�mo �l y su esposa,
um modesta l�mpara de petr�leo y cada uno con un plato en la mano
do presentes sus ancianos pa- i izquierda y un tenedor en la dere-
� �

* * <� w
ftf*?
� 3 1 �.�� r* �
0 <^H ^^kw �a mm f t j m * w. *


de terminada la convenci�n.
I-a verdad es que, despu�s de los
a�os transcurridos de estos suce-
sos, debemos decir que, siguiendo
las reglas y pr�cticas del Partido
Republicano Nacional, los delegados
que �bamos representando al Parti-
do Constitucional Hist�rico, no te-
n�amos derecho alguno a ser consi-
derados; represent�bamos simple-
mente un grupo peque�o y disiden-
te del Partido Republicano, que ha-
bla abandonado la asamblea del par-
tido en Mayaguez en abril de ese
mismo a�o, para formar un nuevo
partido en la Logia Washington.
Para nosotros fu� una sorpresa
agradable el que nos diesen asien-
tos, aunque fuese con el medio voto
para cada uno de los delegados. Tu-
ve luego la confidencia de que el
motivo de tomar esta resoluci�n el
comit� que la recomend� a la asam-
blea, fu� porque en ambos bandos
se habia designado a personas no
residentes de Puerto Rico, o sea los
Bre>e biograf�a de. Lord Byron
EL AMANTE PERFECTO QUE SE MORD�A LAS U�AS
---------:------------------------------------Por DALE CARNEGIE -------------------------------------------
loa �U�mo� dias de 1927 y primeros
meseMUl a�o 1928, al visitarnos el
c�lebre aviador Lindbergh, cuando
el mensaje, que por su conducto, en-
viaron los se�ores Barcel� y Tous
Soto al presidente Coolidge, que se
encontraba en la Habana para la ce-
lebraci�n del Congreso Panamerica-
no. El mensaje estaba escrito en t�r-
minos dignos y pon�a de manifiesto
la situaci�n anormal pol�tica en que
nos encontr�bamos, de no tener re-
presentaci�n adecuada en la con-
ferencia de pueblos hermanos de
hispanoam�rlca. No habla una sola
palabra que pudiese ofender al pri-
mer Magistrado de la naci�n. Sin
embargo, cuando el presidente Coo-
lldge, ya de vuelta a la capital na-
cional escribi� su c�lebre carta de
febrero 28 de 1928. al gobernador
Towner, refiri�ndose a la Resolu-
ci�n Concurrente de la Legislatura
de Puerto Rico confiada al coronel
Lindbergh, asi como el cablegrama
de los se�ores Barcel� y Tous Soto
se extendi� en consideraciones, ha-
ciendo una historia detallada do to-
dos los asuntos de Puerto Rico y
casi ridiculizando la idea que pu-
dieran tener loa que aspiraban a la
nacionalidad portorrique�a. Este
documento del presidente Coolldge,
por m�s que pudiera alentar en sus
aspiraciones a los partidarios de que
Puerto Rico continuase unido a los
destinos de los Estadal Unidos, no
contenia, sin embargo, una sola fra-
se de aliento para la resoluci�n de
nuestro status pol�tico futuro. SI
cuando se ley� aqui dicho documen-
to, que fu� publicado extensamente
en la Prensa del pais, caus� el mal
efecto a que nos referimos, hoy .des-
pu�s de casi diez a�os de escrito,
su lectura no nos produce mejor
efecto ya que nos encontramos en
laa mismas condiciones de incerti-
dumbre en cuanto a lo que habre-
mos de ser en el futuro.
Esta carta del presidente Coolidge
no qued� incontestada. En la Legis-
latura de ese mismo a�o de 1928, se
adopt� una Resoluci�n Concurren-
te para tomar en consideraci�n di-
cha carta, pedir al Congreso de los
Estados Unidos que designase una
comisi�n de su seno para visitarnos
e Investigar las condiciones pol�ti-
cas, econ�micas y sociales de Puer-
to Rico y para solicitar la amplia-
ci�n de la sesi�n de la Asamblea
Legislativa. Y los se�ores Barcel� y
Tous Soto, en sus respectivas re-
presentaciones, escribieron un docu-
mento dirigido al Hon. F�lix C�r-
dova D�vlla. Comisionado Residente
de Puerto Rico, que llevaba por ti-
tulo Ea defensa de Puerto Rico y
fechado en abril 2 de 1928, contes-
tando punto por punto los p�rrafos
m�s importantes de la referida car-
ta del presidente Coolidge.
La �ltima vez que estuve cerca
del presidente Coolidge fu� en di-
ciembre de 1927, cuando el Comit�
Nacional Republicano, reunido en
Washington para decidir la fecha y
ta dudad en que habr�a dt celebrar-
se la convenci�n el a�o siguiente.
�C�mo era el "amante perfecto"
hace cien a�os? �Qu� clase de
hombre era el que hacia palpitar
de emoci�n a nuestras abuelas y
llenaba de aprensiones celosas a sus
maridos? .Qui�n era el Don Juan,
el Valentino, el Clark Gable de
aquella �poca lejana?...
La contestaci�n es f�cil. Hace 100
a�os no habla en el mundo un hom-
bre que pudiera competir, en la de-
voci�n de las mujeres, con el ro-
m�n! ico George Gordon, Lord Byron.
Era el poeta m�s grande de su
�poca y su Influencia cambi� las
tendencias de la literatura del Si-
glo XIX. Escribi� algunos de los
eran muchachas j�venes y bonitas
que, adem�s, sentian hacia �l dis-
posiciones amistosas. Refer�an tam-
bi�n como Byron y sus amigos se
vest�an como monjes, con h�bitos
largos y negros, y celebraban gran-
se�ores Reily y Rodembergh y para : versos rom�nticos m�s tiernos y ex-
no dejar a Puerto Rico fuera de la ; presivos. Am� a las mujeres por do-
convenci�n totalmente, se habia to- cenas, Incluyendo a su media her-
Calvin Coolidge
mado ese acuerdo.
Terminada la convenci�n, se reu-
ni� el Comit� Nacional en junio
13 del a�o 1925. en uno de los sa-
lones del Audit�rlum, para resolver
nuestra contienda y la de otros es-
tados que se encontraban en las
mismas condiciones. Cuando lleg�
el turno de Puerto Rico, el comi-
t� concedi� quince minutos al doc-
tor Soto y quince minutos al que
esto narra para presentar sus pun-
tos de vista del por qu� deb�a el
comit� favorecer a uno u otro lado.
El doctor Soto hizo una brillante
exposici�n de su caso, pero desde
un principio, conociendo, como co-
noc�a, la manera de sentir y pen-
sar de los principales miembros del
comit�, me di cuenta de que de-
fend�a un pleito perdido, por aquello
mana. Y el esc�ndalo que sigui� a
tal amor Incestuoso sorprendi� a
toda Europa y arruin� su vida. Des-
pu�s de que fueron separados, le es-
cribi� a su hermana uno de sus
poemas m�s amorosos:
SI te vuelvo a encontrar
despu�s de largos a�os.
;.e�mo te recibir�?...
En silencio y llorando...
Pero cuanto m�s notorio se ha-
cia, m�s lo adoraban las mujeres
hasta el extremo de que cuando
su esposa lo abandon� porque no
Coolidge las pronunciase. Al termi-
nar su discurso nos salud� con la
cabeza y se march� por la misma
puerta por que habla entrado.
� � �
Debo al presidente Coolldge la
atenci�n personal de haberme.diri-
gido frases altamente laudatorias,
cuando abandon� el servicio de In-
migraci�n Federal. Electo Alcalde
de San Juan en las elecciones de
1924. antes de tomar posesi�n del
cargo envi� mi renuncia al Presi-
dente de los Estados Unidos, por
conducto de mi Jefe Inmediato, el
Secretario del Trabajo, y el Jefe
Ejecutivo, al aceptarme dicha re-
nuncia, lo hizo en esta forma:
"Mi estimado Sr. Comisionado:
Es con pena que me veo en el ca-
so de aceptar la renuncia que usted
me presenta, por conducto del Se-
cretario del Trabajo, del cargo de
Comisionado de Inmigraci�n de
Puerto Rico. La carta de usted, sin
embargo, no me deja otro curso a
seguir, ya que ha sido usted llama-
do por sus conciudadanos a ocupar
otro cargo por elecci�n popular.
Tengo informes de que usted, por
sus condiciones especiales de car�c-
ter, habia impreso en el servicio de
Inmigraci�n a sus �rdenes, un sello
de distinci�n y es de lamentarse
que el sen-icio federal pierda a un
hombre de las condiciones de usted.
Debo, sin embargo, felicitar al.pue-
blo de San Juan, que adquiere los
valiosos servidos de usted.
Dese�ndole toda la buena suerte
que usted merece en su nuevo car-
go, cr�ame quedar sinceramente
suyo,
Fdo. Calvin Coolldge.
Presidente."
El Presidente que sigui� a Calvin
Coolldge fu� Herbert Hoover, elec-
to en 1928, para tomar posesi�n en
1929. Hablamos dejado de ser miem-
bro del Comit� Nacional y ocupaba
ese puesto, dignamente, mi amigo
don Juan B. Huyke. Sin embargo,
el se�or Hoover no me era desco-
nocido. Le habla visitado durante
la Administraci�n de Coolldge, cuan-
do ocupaba el cargo de Secretario
de Comercio. Y por cierto que vie-
ne a mi memoria un incidente, o
mejor dicho una predicci�n de
Hoover, que no la he visto confir-
mada en la pr�ctica. Sobre el enor-
me escritorio Ministro ante el cual
se hallaba sentado, se encontraban
diferentes objetos y entre ellos, lla-
maron mi atenci�n tres: una toron-
ja, una naranja y un hermoso to-
mate, todoa individualmente envuel-
tos en un papel transparente. El
se�or Hoover not� lo que habia lla-
mado mi atenci�n y tomando las
tres frutas me las dld a examinar
diciendo estas palabras: "Este ea un
invento que acaba de hacerse, que
est� llamado a revolucionar la in-
dustria y la agricultura. Eaaa tr�*
frutas que usted tiene delante, han
i f*�-M.MUT. 9*v**�!�rg�m�
WM �
Lord Bi/ron: En medio de la noch*
pod�a seguir soportando su despe-' �e levantaba u empu�ar piatoli� y
go y brutalidad, la mitad de las f�-1 drogo*.
minas de Europa la criticaron. Y
estas mismas mujeres inundaron a
Byron con poemas, cartas de amor
de que el se�or Rodenbergh no I y mechones de sus cabellos. Una fa-
dres. su esposa, su secretarlo, el cha. Iban pasando de grupo en gru- era de Puerto Rico, por m�s que! mosa noble Inglesa, una arlst�cra-
chauffeur y el mayordomo de la fin- po. conversando entre bocado y bo- luego el doctor Soto ley� un cable
grama del se�or Tous Soto sustitu-
yendo el nombre del se�or Roden-
bergh por otro candidato. Recuer-
do que en el curso de su perora-
ca, pues todo el mundo se habia; cado y haciendo placentera la hora
despertado cuando el mensajero dio | que peumos en aquel comedor de
los fuertes golpes en la puerta de Casa E�Mca. V�ase ahora la dife-
la cabana, todos quedaron honda-! rencia c^ el presidente Coolidge
menta impresionados con la noticia. � y su esposa. Cuando llegaron al ce- � don, el doctor Soto, sin que en nin
Comoquiera que el Secretario de Es-' medor, invadido por los miembros ! g�n momento faltara a la m�s rudi-
tndo indicaba al vicepresidente del Comit� y sus esposas, doa sir-1 mentarla cortes�a para conmigo per-
Coolidge, que deberla prestar el ju- ^ vientes les presentaron un plato a sonalmente, dijo, sin embargo, qut
ramento constitucional Inmediata-' cada uno y ambos buscaron dos el grupo del partido que yo r�pre-
mente, para asi asumir la respon- asientos en un sitio retirado, col�- � sentaba, no solamente era disiden- j
sabilldad del cargo y entre las per- car�n una servilleta sobre sus pler- te, sino que se habla aliado a los
sonas que enumeraba que pod�an , �as, luego el plato y se fueron slr-
tomar dicho juramento, estaban los; viendo de lo que le tra�an los slr-
notarlos p�blicos, el padre del Vice-, vienles de Casa Blanca. Comieron
presidente advirti� a su hijo que �l, solos, y solamente se acercaron a
eiercia el cargo de notario (*) y ellos aquellas personas que pere-
que nada le seria m�s grato que . clan tener motivos para hacerlo: pe-
ejercer esas funciones en un mo-' ro no ofrederon ellos a los miem-
mento tan solemne como aquel, i broa del comit�, Invitados por ellos
Coolidge comprendi� lo que pasaba
por el esp�ritu de su anciano pa-
die, en aquel momento, y all� mis-
mo, teniendo delante el modelo de
tutaniento que le habla enviado el
Secretario de Estado, y con la ma-
no puesta sobre la Biblia de la fa-
milia, en cuyas primeras p�ginas
s* encontraba inscrito el nombre
da Calvin Coolidge y la fecha de
su nacimiento, y siendo testigos del
acto las personas que acabamos de
mencionar arriba y a la incierta luz
d� una modesta l�mpara de petr�-
mlsmos, ese calor de una recepci�n
genulna, hospitalaria; pues m�s
bien parec�a que se estaba llevando
a cabo un acto en que los esp�ri-
tus del Presidente y su esposa esta-
ban completamente abstra�dos y le-
jos de aquel lugar.
socialistas de Puerto Rico, partido
que estaba dirigido por un conoci-
do comunista, partidario decidido de
las doctrinas de la Rusia Sovi�tica.
El doctor Soto se referia a don
Santiago Iglesias.
Cuando hubo agotado su tiempo
el doctor Soto, el Presidente del
Comit� se dirigi� al que esto narra,
diciendo que tenia quince minutos
para presentar mis puntos de vista.
Al empezar a hablar, dije al comi-
t� que apenas consumirla cinco
minutos de ese tiempo concedido y
me limit� a decirle, que si los anos
que llevaba de ser miembro del co-
Cuando lleg� la oportunidad de! mit�. en cuyo organismo habla mu-
mandar a los dos delegados a la chos miembros que me conoc�an
Convend�n Nacional de Cleveland,
en junio de 1924, el Partido Repu<
personalmente, yo no habia dejado
probado que era un buen republl-
leo. Calvin Coolirixe prest� juramen-, ,, ^^ Jos.- Toug SoW formando
to del cargo de Presidente de los con el Parlit|0 Unionista, la Alianza
Estados Unidos, en aquella humilde j Puertorrique�a; y el otro, el que
cabana ante su padre, notario p�- habla tomado el nombre de Cons-
hiie� d.i r.t.Hn h. v.,�Mt Fste' tituelonal Hist�rico, presidido pfer
blieo del Estado de Vermont. Este ^ ^^ ^^ M�tinM Nadtl #n
es el �nico caso que se registra en pact0 de coalicion con ei partldo
la historia de los Estados Unidos, Socialista Loa republicanos de la
en qut un Presidente presta el Ju-1 Alianza nombraron como delegados
bllcano local se encontraba dividido j cano y moderado en mis actuado-
en dos bandos, el uno presidido por nes pol�ticas, Incapaz de abrigar en
mi cerebro ideas extremistas, yo no
tenia nada que decir en estos mo-
mentos. Termin� diciendo que yo no
era partidario del comunismo y que
repudiaba esos principios y la doc-
trina de la Rusia Sovi�tica, y de-
jaba el asunto en manas dtl comit�.
Terminado dt hablar, el Presiden-
te del Comit� nos mand� al doctor
ta de riqueza y de rango, una gran
belleza que tenia a todo Londres a
sus pies, se visti� de muchacho y
estuvo varias horas bajo la lluvia,
esperando a que Byron saliera de
su domicilio. Y otra mujer enloque-
ci� de tal manera por �l, que lo si-
gui� de Inglaterra a Italia, y lo
estuvo persiguiendo hasta que se
le rindi�.
�C�mo era aquel modelo de
amantes, aquel Valentino de hace
un siglo? Pues tenia un pie defor-
me que lo hacia cojear malamente,
se mord�a las u�as y mascaba ta-
baco. A la luz del d�a Iba siempre
portando pistolas cargadas, como
los "gangsters" de Chicago. Y su ��Qu� har� M. Daladier? �Qu�
genio era imposible. Si la gantt lo' piensa M. Daladier?
miraba, ae encolerizaba al imagi- � Como se ve, este misterio es hon-
nar que se estaban riendo Interior-' r0so para la persona del notable
mente de su pie deformado. Aquel hombre p�blico franc�s. A este res-
poeta que fu� proclamado el Romeo , pecto un diarlo de Parla recuerda
perfecto, gustaba de torturar a las una frase del baj� de Marrakech, el
des orgias. I.as j�venes sirvientas,
siempre complacientes, serv�an el
vino que Byron y sus amigos be-
b�an, no en copas o vasos, sino en
cr�neos humanos perfectamente
limpios hasta hacerlos brillar co-
mo lunas llenas del desierto.
Byron, delgado y gr�cil, fu� com-
parado a menudo con el Apolo de
Belvedere. Su piel era tan blanca
que las mujeres que lo adoraban
declan que lucia "como un bello
jarr�n de alabastro Iluminado inte-
riormente". Pero ellas no imagina-
ban las agon�as que �l tenia que
soportar para aparecer de ese mo-
do. No supon�an que durante todos
los d�as de su 'vida, a cada hora,
Humorismo
mujeres y dos horas despu�s de la
ceremonia de su boda, asegur� a
su esposa que la odiaba, que se ha-
bla casado por despecho y que lle-
gar�a el dia en que maldecir�a la
hora en que la conoci�.
famoso Glaul, frase que pronunci�
al salir del Ministerio de Guerra
franc�s, haca algunos a�os, despu�s
de una conversaci�n con M. Dala-
dier. Algunos notables marroqu�es
preguntaron al baj� la Impresi�n
Vivi� con su mujer s�lo durante que les habia producido M. Dala-
un a�o, y aunque nunca la castig�, dier.
rompi� los muebles de su hogar y
trajo sus queridas a su propia at-
sa. Por .�ltimo, su mujer tuvo que
llamar a los m�dicos, paar que �s-
tos dictaminaran sobre si estaba
loco.
Los campesinos que viv�an cerca
dt su monasterio, contaban hachos
raros: dec�an qut todas sus criadas
Ks un perro sin cola�respondi�
simplemente�. Uno no puede saber
si est� contento o no.
� � �
�Querido doctor, hemos llegado
a tiempo.
��Por qu�, compa�ero?
�Porque si llegamos media hora
m�s tardo, al enfermo se cura solo.
estaba librando una constante, de-
vastadora, terrible batalla contra
la gordura. Con el fin de perma-
necer delgado y agradable, se so-
met�a a unas dietas fant�sticas, unas
dietas que todav�a no ha emulado
el mismo Hollywood.
Por ejemplo, hada una sola co-
mida al dia, y esa comida consis;
tia frecuentemente de una patata
peque�a con un poco de arroz .y
vinagre. Cuando quer�a cambiar se
com�a unas cuantas galletas y se
bebia un vaso de agua de soda. El
"jarr�n de alabastro", iluminado
interiormente, estuvo en m�s de
una ocasi�n a punto de convertise
en un verdadero esqueleto. Para no
engordar hacia esgrima, boxeaba,
montaba a caballo y nadaba incansa-
blemente. Y quel hombre, el pri-
mer poeta de su �poca, se enorgu-
llec�a m�s de sus haza�as deporti-
vas que de sus versos inmortales.
Cuando Jugaba al "cricket" usaba
siete chalecos, pero esos siete cha-
lecos no lo hadan sudar lo sufi-
ciente para evitar la gordura y tres
veces a la semana se somet�a tam-
bi�n a extenuantes ba�os turcos.
Su dieta absurda lo enferm� del
est�mago y como resultado de ello
su habitaci�n estaba llena de pil-
doras y medicinas patentadas. Su
cuarto parec�a m�s la tienda de un
farmac�utico, que la c�mara del
amante m�s solicitado del mundo.
Lleg� a padecer pesadillas tan
horribles que recurri� al l�udano.
Pero el l�udano no disipaba tam-
poco sus malos sue�os, por lo cual
tenia siempre dos pistolas cargadas
al lado de su cama. Y en mitad de
la noche se despertaba gritando,
con los dientes castafteando, y co-
menzaba a correr de un lado a otro
del cuarto, empu�ando pistolas y
dagas.
En la vieja abad�a en que Lord
Byron tenia sus pesadillas, se le
aparec�a el espectro de un viejo
monje, muerto mucho tiempo atr�s,
que habla vivido all�. Byron Jura-
ba que su fantasma negro a menu-
do pasaba a su lado en el corre-
dor y lo miraba con ojos espanto-
sos.
A�os m�s tarde, en Italia, asegu-
r� qut habia presenciado una apa-
rici�n del poeta Shelley, que se in-
ternaba en un bosque. En esos mo-
mentos Shelley se encontraba a mu-
chas millas de distanda y Byron lo
sabia. Pero poco tiempo despu�s
Shelley mor�a ahogado en un lago
y Byron, con sus propias manos,
hizo una pira y quem� su cuerpo.
Otra superstici�n atormentaba a
Byron: una gitana adivina le ha-
bla asegurado que morir�a a loa trein-
ta y siete a�os de edad. Muri� tras
meses despu�s dt haber cumplido
38. Byron creia qut una maldici�n
.siniestra ae cern�a sobre toda su fa-
milia y que el a�o treinta y ales de
sus vidas era fetal para todas las
personas de su sangre. Algunos bi�-
grafos modernos se Indinan a
aceptar tal predestinaci�n, ya qut
su padre muri� a la edad da 38
a�os, y la hija del poeta, cuya vida
fu� una copia de la de su padre,
muri� tambi�n cuando iba a cum-
plir 36 anos. '

Dr. Juan Bautista Soto.
acudi� en masa a Casa Blanca a sa-
ludar al Presidente, quien estaba
advertido de esta visita desde el
estado sobre mi escritorio por mas
de tres semanas y se encuentran
�n las mismas condiciones ea que
d�a anterior. Fuimos redbldos poV estaban el primer dia. Est�n cubler-
el secretario del Presidenta y ae
nos llev� a un sal�n Interior, que
yo no habia visto anteriormente, y
all� se noa tenia preparados asien-
tos, en sillas colocadas en filas pa-
ra dar acorn� a los 160 miembros del
comit�. Frente a nosotros se halla-
ba colocado un tr�pode y cuando se
abri� una puerta y apareci� el pre-
sidente Coolldge, lleg� al centro del
sal�n, el comit� se puso de pie, nues-
tro Presidente se adelant� y salu-
d� d�ndole la mano al Presidente
y �ste se dirigi� a nosotros agra-
deciendo la visita y diciendo que
tenia un documento que quer�a leer-
nos, porque, al hacerlo p�blico, que-
r�a que lo conociera primero el Co-
mit� Nacional. Coloc� las cuartillas
que tra�a en la mano sobre el tr�-
pode y fu� leyendo con aquella en-
tonaci�n poco musical que tenia, ha-
dando un recuento, total y deta-
llado, de c�mo encontr� loa asun-
tos de la naci�n cuando tom� po-
sesi�n de la presidencia la noche
del 3 de agosto de 1923, hasta aquel
momento en que hablaba; las difi-
cultades que habia tenido que ven-
cer y c�mo cre�a haber ayudado a
resolver varios puntos interesantes
para la naci�n. Dijo que quer�a
aprovechar aquella oportunidad que
se le presentaba, para hacer bien
clara au posici�n ante el pala, en
que la Prensa toda, no s�lo de
su partido, sino del otro parti-
do tambi�n, y la neutral, venia lle-
vando y trayendo su nombre en co-
nexi�n con la pr�xima nominaci�n
para la preeldenda de la nad�n.
Habian tratado de hacerle hablar y
se habla negado; pero creia que ha-
bla llegado ya el momento de rom-
per el silencio y decir claramente
la determinaci�n a que habia lle-
gado en este Importante asunto, pa-
ra qut nadie pudiese seguirle men-
donando en conexi�n con la nomi-
naci�n presidencia], "He iwtHa BO
��optar la nominaci�n si aa mo of re-
data'* Esas fueron sus palabras qut
dej� at�nitos a todoa lea dtl Comit�
Nacional, qut at esperaban que' que de memoria.
tas de una substancia transparen-
te que forma a su alrededor una ca-
pa dejando la fruta en el vado, sin
da�arla en absoluto y, por el con-
trario se espera que la conservar�
indefinidamente. Hay la intenci�n
de llamar a esta aubstanda cello-
phane. A un pais tropical como el
suyo y que es frutero, habr� de in-
teresarle mucho este Invento, cuan-
do se normalice y generalice, por-
que, como le digo, habr� de hacer
una revoluci�n en la agricultura y
en la Industria." Efectivamente el
producto cellophane aa ha propaga-
do durante estos �ltimos oles a�os.
pero la predicci�n de Mr. Hoover.
no se ha confirmado. Todo lo que so
ha conseguido, para ciertos produc-
tos, es hacer un envase m�s lim-
pio y m�s �trayente; pero de qua
hubiese de revoludonar la Industria
y la agricultura, eso est� lejos a�n.
� � �
(�) El cargo de Notario-Pdblle�
en loa Estados Unidos, no tiene la
misma significaci�n a Importancia
que en Puerto Rico. Los notarios
de nuestro pais, tienen una lty es-
pecial por la cual se rigen y arras-
tran un prestigio desda la �poca de
Espa�a en que el cargo de nota-
rlo era de mucha significaci�n y .so-
lamente habla en toda la Isla me-
dia docena Hemos visto anundoa de
Notarios P�blicos en los Estados
�nidos, en laa ventanas da sitios
donde se vend�a carb�n de piedra
y en otros establecimientos comer-
dales. Sus fundones son mec�nicas,
llam�moslo asi, pues simplemente se
jura el documento que tenga qua
legalizarse anta ellos, pone el Nota-
rio su firma y su sello, se le paga
25 centavos y todo ha terminado.
El Notario P�blico en los Estados
Unido* no tiene protocolo, ni siquie-
ra toma nota de loa documentos
qua legaliza. SI se hubiese podido
una certificaci�n ofldal al Notarla
P�blico Coolidge, padre dtl Presi-
dente, del Juramento prestado anta
�l para el cargo m�s alto en la na-
ci�n, no hubiera podido darla m�s


EL MUNDO, SAN JUAN, f. R. - DOMINGO 13 Df FEIRERO DE 1938.
Mi opini�n sobre las carreras de esta
tarde en el hip�dromo "Las Ceas"
Por CLOCKER
El hip�dromo Las Casas iigu�
ofreciendo inter�same� y nutrldoi
proframaa.
Primera Carrera
L REAL TESORO
3. VENEZUELA
4. CONDADO
7. GROVICH
g. PETEE WRACK
1-18 Milla
95
102 Vi
103
99
110
El evento Inicial tt compon� dt
un "match" entre Condado y Pete�
Wrack. El primero corri� �1 mi�r-
colea a milla y octavo, obtentindo
una (icil victoria, la cual s� cuenta
romo parte da tu preparaci�n para
el evento de hoy, ya que Condado
es un caballo fuerte y ae mantiene
en buena* condicione�. Petee Wrack
le hizo una buena carrera a Co-
fres! el domingo pasado. El caba-
llo ha seguido en buenas condicio-
nes y debidamente preparado.
A�n reconociendo que Petee
Wrack ha alcanzado buenas for-
mas, seg�n lo ha demostrado en
sus carreras recientes, por lo cual
se recomienda como un contrincan-
te fuerte, Indico como mi �nico
. andidalo a Condado, que adem�s
de sus brillantes victoria*, cualida-
des y completa preparaci�n, reci-
�e ventaja en peso de su contrin-
cante Petee Wrack.
Sesunda Carrera 1250 Metros
1. CENTAVO 102
3 MANHATTAN II 102
t. JOS� 102
r, S1IE1LA BARRLTT 1W
T. RACE STREET 1U.T
9, WALTZ KING 95
!>-. JUANITA 95
l.'. BLD BROWV 95
13 POLA NEGRI 102
14 CARM�N 1U2
En este reclamo de $�00 reco-
ir:endo en mi selecci�n a los si-
guientes ejemplares: Sheila Barrett.
Race Street, Juanita y Carm�n.
Shei.a Barrett ha realizado bue-
i.as demostraciones recientemente
rn grupoa*m�s altus, en distancias
cortas e intermedias. La yegua ha
kcguido en buenas condiciones con
la preparaci�n de costumbre. Race
Street se encuentra en buenas con-
-nes y debidamente preparado,
y n.iviado de patas. En sus �ltimas
carreras ha rehusado arrancar, pe-
ro '.a �ltima vez que sali� hizo una
buena demostraci�n frente a un
jjrupo superior y el caballo ha
efectuado buenas pr�cticas dt sa-
lidas en esta semana. Juanita des-
cans� algunos d�as despu�s de su
�ltima carrera por haber recibido
un golpe en una pata, pero ya se
encuentra bien y ha recibido tra-
quees adecuados para la distancia
intermedia. Es una yegua veloz,
que posee cualidades para recono-
cerle opci�n en este lote y recibe
ventaja en peso de sus rivales mis
�ueries. Carm�n se recomienda por
sus buenos tr�queos, pues si los
repitiera resultarla un contrincan-
la muy peligroso. Su defecto con-
siste en quo es mala salidora, pe-
ro esta semana y 1� pasada na
icalizado buenas pr�cticas con es-
puelas y foete.
La favorita l�gica �a Sheila Bar-
ictt. pero no podemos destacarla
10 un candidato infalible, ya que
es una yegua insegura, seg�n lo
ha demostrado en varias ocasiones
v adem�s les concede ventaja en
peso a sus rivales. Por este motivo
clasifico romo posibles candidatos
a Race Street, Juanita y Carm�n.
primeros candidatos son Sheila
Barrett y Hace Street, y los con-
in.es peligrosos *nn Juanita
v Carm�n.
Terrero Carrera * Ml1''
1 GRUMETE J
3. CARA M�A lO'-�
t FLOR DE BORINQ� 102
I LA GAVIOTA VU
: MONTASEZ 96
En este grupo de criollos que
huta la fecna no se han anotado
un primer premio, se destacan co-
mo primeros candidatos Cara Mia
y Grumete.
Cara Mia efectu� el domingo pa-
saos su primera carrera despu�s
de un largo descanso, realizando
una buena demostraci�n a mil me-
tros a pesar de qu0 no pudo em-
plearse libremente por haber sido
obstaculizada en casi todo el tra-
yecto. Para la carrera de hoy la
yegua se encuentra en mejor pre-
paraci�n. Grumete ha realizado ca-
rreras que lo recomiendan, en las
cuales ha demostrado que en dis-
tancia larga tiene su opci�n frente
a estos contendientes. El caballo
ha sido preparado con esmero, no-
t�ndose en formas y dispuesto.
He seleccionado a Cara Mia y
Grumete, considerando su mayor
experiencia y edad, adem�s de que
se encuentran en la debida prepa-
raci�n para el largo recorrido.
Compiten otros ejemplares consi-
d�ralos con oportunidad, como La
Gaviota y Flor de Borinquen. pero
a estas potrancas no les favorece
al largo recorrido. La Gaviota es
una purasangre criolla, que pro-
mete resultar un buen ejemplar en
el futuro, pero �sta ser� una prue-
ba muy fuerte para alia. Flor de
Borinquen as una yegua veloz, que
ha demostrado notable mejor�a �l-
timamente, pero la distancia larga
1� reata probabilidades. Por todos
los motivos recomiendo a Cara M�a
como favorita, y como su fuerte
contrincante a Grumete.
Cuarta Carrera
1 LUCIA
2. NO DIGA MAS
3. COMERIO
4. MACO
8. JULIO CESAR
1-1/4 Milla
103
103
102
95
103
Este es el evento m�s interesan-
te de la tarde, ya que compite un
grupo de los mejores importado� de
la actualidad. Los primero* candi-
datos son Comerlo y Julio C�sar.
pero llevan contrincantes fuertes
en No Diga M�s y Luda.
Comerlo obtuvo un triunfo apre-
tado en su �ltima carrera sobre
Dofia Adela y No Diga M�s. El ca-
ballo ha descansado tres semanas
en cuanto a carreras te refiere, pa-
ro ha recibido completa prepara-
ci�n, not�ndose en formas y re-
puesto de formas. Julio C�sar est�
debidamente preparado, conservan-
do buenas formas. Es un caballo
siempre peligroso por su empuje di
los tramos finales. No Diga M�s ha
recibido esmerada preparaci�n, de-
mostrando en los tr�queos que ha
alcanzado buenas formas y disposi-
ci�n. Es un caballo relativamente
ligero, resistente y luchador. Lucia
siempre se presenta cuando menos
la esperamos y ge nota en buenas
formas.
Esperamos presenciar una bonita
carrera, luchada y llena de emocio-
nes en todos los momento�. Por sus
buenas cualidades de ejemplares
luchadores, recomiendo como pri-
meros candidatos a Comerlo y Ju-
lio C�sar, sendo mi favorito el
primero, que cuenta con victorias
sobre sus contrincantes de esla
tarde. No obstante, no dudamos de
que No Diga M�s y Lucia puede-,
ofrecer buenas demostraciones en
el largo recorrido
Quinta Carrera
J. AGA RAY
2. BLACK WITCh
4. PALO VIEJO
6 HOPE LORING
taso Metros
102
102
N
95
Hope Loring y Black Witch se re-
comiendan como primeros candidatos
en este evento para "sprinters",
pero llevan contrincante fuerte en
Aga Ra> .
Hope Loring se mantiene en bue-
nas formas a pesar de que ha rea-
lizado carreras fuertes en la �lti-
ma temporada. Durante la semana
ha realizado sus tr�queos de cos-
tumbre, que se componen de galo-
pes cortos. Es una yegua r�pida,
que resiste b�stanla/ va .favore-
cida por el peso m�nimo. Black
Witch es una yegua fuerte, que ha
sido bien preparada, demostrando
en los ejercicios matinales que ha
alcanzado buenas formas. Aga Ray
es un caballo veloz, que viene de-
mostrando mejor�a en sus carre-
ras y ocupa un buen sitio en el
punto de partida.
Por sus buenas demostraciones
recientes se recomienda la yegua
Hope Loring como la favorita l�-
gica, pero lleva contrincantes fuer-
tes en Black Witch por su resisten-
cia, y Aga Ray por su velocidad ini-
cial.
Sexta Carrera 1 Milla
1. CAPERUCITA 98
3. CUCA G. �
4. CAPULUTO 95
6. MIRASOL 102
7. JOAN CRAWFORD 102
La yegua Mirasol, que se mantie-
ne en buenas formas y debidamen-
te preparada, es la favorita l�gi-
ca en este evento de larga distan-
cia. El Jueves traque� la milla en
1.33 terminando fuerte, demostran-
do su buena condici�n. Lleva como
contrincantes fuertes a Joan Craw-
ford, que nos ha demostrado sus
buenas cualidades y se mantiene
en formas de carrera; y Caperu-
cita, la cual se ha anotado una
serie de victorias este ano frente a
caballos de su categor�a, demos-
trando encontrarse en completas
formas.
Indiscutiblemente la yegua Mira-
i sol se clasifica como el ejemplar
de mayores probabilidades en este
evento, pero su superioridad no as
tan destacada como para que la In-
diquemos como Infalible, pues en
realidad se le presentar�n contrin-
cantes fuertes en Caperucita, que
ha ganado con buenos records re-
cientemente, y en Joan Crawford,
que cuenta con actuaciones que i\
se�alan como un rival peligroso
en lodos los momentos. Pero de to-
dos modos, repito que Mirasol es
la m�s probable ganadora.
Caballos retirados en
"Las Casas"
Dentro de la hora reglamentaria
fueron retirados ayer a�bado los
siguientes ejemplares, loa cuales fi-
guraban inscritos en el programa
que presenta para hoy el hip�dro-
mo "Las Casas":
CuleSra, Ganda, Black Fox, El
Sordo, Gradas. Villa, Dorado, So-
corro, Nenito, Chilly Boy. Trouble,
Y>o. Popeye Caonab�, Comenta-
rio, Gallant Lady, Latero, Marque-
sita, Lohr G. San Juan. Chlqui
Gran. Almirante y Preferido.
Se anunciaron los siguientes cam-
bios de jockey�T
Joa� aera corrido por F. Pala-
cios; Sheila Barrett por E. Verde-
ja, y Julio C�sar por R. Fixarro.
S�tima Carrera 1300 Metros
1 CELOSA 95
2. SULTANA , 95
3. PRINCE LEILA 102
4. DINORAH 95
5. TATITA 109
8. DIAMANTE 95
Jos� Antonio Figueroa, h�roe ol�mpico de Puerto Rico
Se le adjudicar� el diploma de "Servicios Deportivos Distinguidos" de la
F. D. N. por su extraordinaria actuaci�n en Panam�
------------!--------------------------------Por Samuel E. BADILLO--------------------------------------------
En la carrera del cierre del im-
portante programa de hoy, domi-
nan Celoaa y Prinoe Leila, que son
los superiores.
Celosa reaparece en concurso
despu�s de un largo descanso. Ha
recibido la debida preparaci�n pa-
ra luchar con �xito, y sus tr�queos
son buenos. Prlnce Leila ha reali-
zado dos carrerea en su nueva tem-
porada. El domingo pasado se rin-
di� a mil tresdentos metros frente
a Caperucita. En esta semana ha
sido ejercitado suavemente como
de costumbre y el caballo, aunque
no se encuentra en su mejor forma
se nota aliviado y dispuesto.
Para estar a cubierto del posible
triunfo de uno u otro ejemplar de
loa que arriba he mendonado, s�
debe Incluir a Calosa y Prlnce Lei-
la en toda selecci�n. A mi juicio
poseen poco m�s o menos las mis-
En el 1928, como hoy, la Sulta-
na del Oeste se estremec�a de en-
tusiasmo deportivo. A trav�s de to-
da la ciudad se diseminaban las
improvisadas ligas de pelota y las
canchas de volley-ball, y en ellas
se desbordaba desde las primeras
horas de la ma�ana la chiquillada
alegre y juguetona. Infinidad de
implementos deportivos home made
hac�an las delicias de los mucha-
chos que a diarlo form�bamos los
pimentosos partidos de base ball
de la vieja liga de Parla o de la
la amplia explanada de Barcelona,
donde hoy se levanta, comeron mo-
numento a loa atletas que de all�
surgieron, un moderno estadio en
el que se rinde pleites�a al m�scu-
lo. �Y qu� felices nos sent�amos
nosotros al batearle la bola al
Christy Mathewson del barrio Bal-
boa, o al Hoyt del barrio Salud, o
al llegar al hogar con un batazo
que, aunque de �uerte. nos hada
sentirnos el Babc Ruth del barrio
nuestro!
BRAZO DE ORO
En aquel ambiente, donde reina-
ba �nica la adolescencia festiva de
los muchachos mayag�ezanos, co-
noc� a Antonio Figueroa. Era en-
tonces �l un muchachito humilde,
como hoy, y ya empezaba a de-
mostrar un desarrollo flaico extra-
ordinario. Figueroa era el �dolo de
los muchachos de nuestro barrio
y en nuestro equipo ocupaba el
puesto de l�der. Los dem�s equi-
pos juveniles le tem�an a au bra-
zo, que ya empezaba a demostrar
de lo que era capaz, d�ndose todos
por vencidos cuando se anunciaba
que �l Iba a lanzar contra ellos. El
prestigio de Figueroa entre los ado-
lescentes que jug�bamos con en-
tusiasmo el base ball lleg� a al-
canzar tal grado que empezamos
a llamarlo "Brazo de Oro", lo que
hoy se ha encargado de confirmar
elocuentemente su brillante histo-
rial deportivo.
HUMILDAD
Joa� Antonio Figueroa es hoy un-
muchachote llano y sencillo, que
exhibe con orgullo su virtud Inna-
ta: la humildad. Desde que ini-
ci� la publicaci�n de esta aerie de
biograf�as deportiva* en EL MUN-
DO he venido pidiendo con insis-
tencia a Figueroa que me suminis-
trara los datos necesarios para es-
cribir la suya, y siempre he obte-
nido una misma respuesta:
"MI biograf�a no tiene inter�s pa-
ra los lectores de EL MUNDO".
Y esto lo dice el campe�n cen-
troamericano del lanzamiento de
la jabalina y uno de loa mejores
lanzadores de base ball que ha pro-
ducido el pa�s; el hombre que ocu-
pa puesto de anvansada en el co-
raz�n de loa deportistas portorri-
que�os.
Este trabajo no ea, pues, una bio-
graf�a, ni una semblanza completa
de Jos� Antonio Figueroa. Ea so-
lamente un homenaje al muchachi
A las novenas de la isla
La novena baaebolera Pelayo's
Cubs, organizada por el ex-atleta
! y director recreativo de la PRRA,
i Emilio Correa. (K. O. Kelly) lanza
un reto a todas las novenas de la
isla de aegunda y tercera catego-
r�a, especialmente a los equipos
Encanto, Vega Alta, Caguas Hlgh.
Bayam�n Hlgh, y Penitenciarla In-
sular.
El Pelayo's Cuba te ha apunta-
do ya varias resonantes victorias,
en que han lucido bien loa mucha-
chos de Kelly, todoa ello* de Puer-
ta de Tierra. La novena empat�
con el National City Bank, y ha
demostrado su superioridad sobre
contendlentea del cartel del Hava-
na, AU Almendares, y Carioca.
RETADOR.
mas probabilidades. Como primer
candidato clasifico a Coleta por el
peso y buaa sitio en el post.
to que jugara conmigo hace diez
a�os con bolas de trapo y balaus-
tres de balc�n; y al muchachote
que hoy hace filigranas en los dia-
mantes y campos all�llcos de Pa-
nam�, luchando por el prestigio de
su pa�s.
CON FABITO FABERLLE
Cuando Fabito Faherll� fu� nom-
brado instructor atl�tico de Maja-
g�ez el entusiasmo deportivo habla
desaparecido de la ciudad. Con gran
paciencia empez� el competente
instruciot a ense�ar deportes a Jos
escolares mayag�ezanos y, poco
tiempo despu�s, empezaron a pal-
parse los resultados de su labor.
Las escuelas elementales lograron
sus primeros triunfos en las com-
petencias de la Clase BB; la Es-
cuela Superior fu� proclamada in-
vencible en la Clase Al y ascendi-
da a la AA; y una pl�yade de es-
trellas atl�ticas dieron lustre por
primera vez a MayagUez en los de-
portes de pista y campo. Pepito
Mart�nez, Eber Sabater, Homero
Sabater. Rene Boothby. Jos� Ra-
mos y Jos� Antonio Figueroa, son
algunos de los nombres que pre-
gonan en alta voz las habilidades
de Fabito, el hombre que hizo au
labor de entonces, y sigue hacien-
do la de hoy, en el mis absoluto
de los silencios.
Fabito tom� bajo su direcci�n
a Figueroa cuando �ste cursaba au
escuela elemental y desde entonces
el brazo del muchacho mayag�eza-
no se impuso en las competencias
escolare*.
EN LA ESCUELA SUPERIOR
En la E�cuela Superior de Ma-
yagUez, terminada su escuela pri-
maria, sigui� Figueroa sus estudios.
Su maestro en deportes continu�
si�ndolo Fabito, que lo consagr�
entonces como el- mejor lanzador
de jabalina que ha producido Puer-
to Rico. Datan de esta �poca sus
primeros grandes triunfos en base
ball. venciendo a novenas de cali-
bre y d�ndose a conocer en ese de-
porte a trav�s de toda la Isla.
TERCEROS JUEGOS
DEPORTIVOS
Cuando se celebraron los Terce-
res Juegos Deportivos Centroame-
ricanos y del Caribe, en el 1935, Fi-
gueroa fu� a El Salvador, forman-
do parte del equipo portorrique�o.
Obtuvo con facilidad el campeona-
to centroamericano de la jabali-
na, alcanzando una distancia de
unos 394 pies, cooperando con efec-
tividad al brillante triunfo moral
de Puerto Rico en aquellas compe-
tencias. Fu� uno de los atletas m�s
queridos por sus compa�eros de de-
legaci�n y s; gan� la admiraci�n
de sus oponentes al recibir con hu-
mildad el titulo que tan honrosa-
mente habla ganado.
EL MEJOR LANZADOR
La critica ha sido un�nime al
proclamar a Figueroa el mejor lan-
zador aficionado de base ball de
Puerto Rico, con motivo de su ac-
tuaci�n desde el centro del diaman-
te en el campeonato insular que
termin� hace unas semanas. Desde
las filas del "MayagUez Athletics",
que dirige Marcos "Brujo" Comas,
el brazo de Figueroa domin� a los
paleadores m�s peligrosos del pa�s
y se Impuso sobre todas las nove-
nas que participaron en la intere-
sante justa, destac�ndose como el
lanzador n�mero uno del equipo
ol�mpico que ya ha empezado a
conquistarle laureles ol�mpicos a
Puerto Rico. La actuaci�n de Fi-
gueroa en este equipo es, quiz�, el
c�nit de su gran carrera de pelo-
tero, harto conocida por los aficio-
nados portorrique�os.
EL MEJOR ATLETA
A esto yo a�adirla que consi-
dero a Figueroa el mejor atleta de
Puerto Rico. Para mi. un atleta
en el sentido m�s amplio del voca-
blo, tiene que unir a aus habilida-
des naturales, y a sus reservas f�-
sicas superiores, un gran amor por
los deportes, amor que lo lleva al
sacrificio de apartarse de vicios y
placeres perjudldaes a su carrera
deportiva. Y Figueroa ea de �stos:
Comentarios h�picos
Por MR. X
Despu�s de un largo paro en laa
actividades h�picas, silencio que lo
motiv� una larga enfermedad que
me retuvo en cama por alg�n tiem-
po, retorno a este deporte, mi Ideal
favorito, con todos mis entusias-
mos, pero desde luego conservador,
por encontrarme por el momento
en un terreno extra�o.
El muy popular hip�dromo Las
Casas, obsequia a los hipicoa con
un regio programa en el que des-
pu�s de las fijas de Condado en el
evento Inicial y Comentarlo en el
quinto, se necesitarla ser adivino
>ara acertar el resto de los gana-
dores.
Condado, el sustituto del cam-
pe�n Cofres!, su compa�ero de co-
rral, no lleva contrincantes en la
prueba inicial.
El reclamo, o sea la segunda ca-
rrera, no obstante destacarse Shei-
la Barrett, Race Street, Juanita y
Pola Negrl, como los de mayor op-
ci�n, hay que considerar entre loa
inscritos a El Sordo, que est� muy
bueno y Waltz Klng, que tal pare-
ce que espera una oportunidad pa-
ra dar el golpe de gradea. Ahora
yo recomiendo a Race Street y
Sheila Barrett con preferencia.
Cara Mia, Flor de Borinquen y
Chilly Boy, deben Incluirse en lo-
dos los cuadros para estar a aalvo.
Pero creo que la mimada del maes-
tro L�pez o la del establo del �e-
seftor Coll Vidal ganar�n.
El ejemplar Comerlo se destaca
en al cuarto evento como el ga-
nador, por sus pasadas actuaciones,
batiendo a eate mismo lote, pero la
Inconsistencia de Lucia, la selec-
ta monta de No Diga M�s. las bon-
dades de Julio C�sar y el notorio
progreso de Popeye, me hacen creer
que en esta carrera se registrar�
una sorpresa. Comerlo tendr� que
hacer su mayor esfuerzo para im-
ponerse.
La quinta carrera ser� un pa-
seo para Comentario, ya que �ste
ha batido decisivamente tanto a
Caonab� como a Hope Loring, los
�nicos que vale la pena de men-
cionarse en la prueba. Black Witch
Ir� a explorar el terreno para au
pr�xima funci�n.
Otra carrera en que imprescin-
diblemente hay por necesidad que
jugar dos y hasta tres ejemplares
(con Latero�, es la sexta prueba.
Joan Crawford despu�s de su gran
traqueo de 1.56 sobre una milla f�-
cilmente, se clasifica como la rival
m�s peligrosa de Mirasol. Despu�s
le sigue Caperucita, por su buena
preparaci�n y gran progreso y co-
mo �ltimo el enigm�tico Latero al
que se le presenta la oportunidad
de aorprender nuevamente sobre el
terreno de Las Casas, en donde ha
realiudo sus m�s notorias proe-
zas, pero creo ser �ste un grupo
muy fuerte. Me decido por Cape-
rucita.
La carrera final ser� muy lu-
chada entre Prlnce Leila, Diaman-
te, Almirante, Preferido y Sultana.
Me gustan ron preferencia Prlnce
Leila y Diamante,
no ama el placer, detesta el vicio,
y siente su satisfacci�n m�s grande
en verse fuerte de esp�ritu a la
' vez que de cuerpo.
HABILIDAD NATURAL
Figueroa es un atleta natural.
Sus habilidades nacieron con �l y
las lleva encima romo factores mo-
tores de su personalidad de rasgos
fuertes. Cuando �l vino a R�o Pie-
dras, a tomar parte en las elimi-
natorias finales de pista y campo
(que se celebraron el 14 jf nnv[em.
bre pasado), no habr� practicado
�T lanzamiento de jabalina, debido
a puc no pose�a una con la cual
aaiesirarse. Sin embargo, Figueroa
Ian?� con facilidad y obtuvo el pri-
mer puesto, gan�ndose su sitio de
honor en el Ej�rcito Oiimpico de
Puerto Rico.

: DIPLOMAS
En el concenso de la Federaci�n
de Cronistas Deportivos, Figueroa
I fu� seleccionado por los escrito-
res deportivos del pa�s como el
cuarto atleta m�s destacado del
�a�o. S�lo superaron al campe�n de
la jabalina Juan Luyanda, Sixto
Escobar y Pedro Montaftez. Estan-
do ausente Figueroa de la ceremo-
nia, se me hizo el honor de enco-
mend�rseme la entrega del premio,
lo que har� al regreso de nuestro
equipo, a principios del mea pr�xi-
mo.
Junto a ese diploma le ser� en-
tregado otro a Figueroa, donado
por la Federaci�n Deportiva del
Norte. Este diploma es el de "Ser-
vicios Deportivos Distinguidos" y
solamente se otorga a laa perso-
nas que hayan realizado una acti-
vidad de m�ritos extraordinarios.
EN PANAM�
El diploma de "Servicios Depor-
tivos Distinguidos" de la Federaci�n
Deportiva del Norte se le adjudi-
car� a Jos� Antonio Figueroa por
la siguiente acci�n.
El martes pasado. S de febrero
de 1938, en el campo del atadlo
ol�mpico de Panam�, Joa� Antonio
Figueroa entr� como representan-
te de Puerto Rico en el evento del
lanzamiento de la jabalina. Para
sorpresa de todoa, que considera-
ban al portorrique�o un seguro ga-
nador, el cubano Mario Salas hizo
un tiro de 3JQ pies" a 1"J pulgadas
en su primerTanllfnlIMB. (La me-
jor marca que registraba el r�cord
de Figueroa toda au carrera de-
portiva era de 195 pies.) Figueroa
trat� in�tilmente de superar a su
formidable oponente, fracasando en
sus dos primeras oportunidades.
Cuando lleg� al portorrique�o la �l-
tima oportunidad, la que iba a de-
cidir al Puerto Rico retenta o no
su campeonato ol�mpico, Figueroa
respir� hondo. Su pensamiento es-
taba puesto en sus afecto* lejanos,
en su Puerto Rico. El braso mus-
culoso se levant� y la jabalina em-
pez� a recorrer por el aire au ca-
mino hada el triunfo. El esfuerzo
fu� tan grande que el campe�n por-
torrique�o cay� de bruces mientras
las jabalina iba a clavarse sobre
la tierra paname�a, a una distan-
el� de 21� pie. 4 y 3 4 puls-ad.t.
;E1 muchachote humilde y ailen-
doso de la Sultana del Oeste, que
lleva en cada c�lula la valent�a de
su raza, se impuso asi sobre au
oponente por un cuarto pulga.
da, cuando s�lo le quedaba una
oportunidad para defender el cam-
peonato que. hace tres a�os, le-
gara a Puerto Rico!
Entre las p�ginas gloriosas que
han escrito nuestros muchachos at-
letas en los Cuartos Juegos Depor-
tivos Centroamericanos y del Ca-
ribe, la que escribi� Jos� Antonio
Figueroa con la punta de au Jaba-
lina en el estadio ol�mpico �la Pa-
nam�, el 8 de febrero de ISIS, noa
parece un canto �pico al alma va-
lientes de lee portorrique�os.
SIT OUT no ha tomado parte en
las �ltimas carreras debido a que
le aplicaron botones de fuego �n
laa extremidades, por lo cual esta-
r� retirada de concurso por un
tiempo prolongado,
sea
CAYETANA, contrincante de los
reclamos baratos, se encuentra ali-
viada de patas con un tratamiento
de medicinas simples que le aplica-
ron. Esta semana ha sido traquea-
da regularmente junto al pony.
� ��
ARROYANO efectu� un escape
corto el Jueves como preparaci�n
de su nuevo entrenamiento. Cubri�
los doscientos metros en 16-2/5 so-
frenado, sobre pista fangosa.
� ��
CENTINELA ha seguido prepa-
r�ndose para su nueva temporada.
En los �ltimos d�as ha realizado
galopes largos, y ayer galop� muy
dispuesto en Las Casas. Se nota
bien aliviado de patas.
�es
CANARIA fu� traqueada el jue-
ves en Las Casas, cubriendo mil
doscientos metros en 1.37 redimen-
te, sobre pista pesada. La traque�
el jockey J. Qui�ones. La yegua
tendi� a despistarse y �e amusj�
debido a que no llevaba grlngolas,
pero el jinete la domin�.
sea
RIZO C, que se ha anotado dos
victorias consecutiva� en el recla-
mo �nfimo, se mantiene aliviado de
patas. En esta semana ha realisa-
do galopes cortos con buena dis-
posici�n.
���
DON RAFFA. que gan� en su �l-
tima carrera, por primera vez en
Puerto Rico, saliendo cojo de la
prueba, ha sido traqueado con el
pony en los �ltimos d�as pues ya
le han procurado alivio.
� ��
CONFUSI�N ha sido traqueado
con m�s regularidad en loa �ltimas
d�as, not�ndose aliviado de remas.
El jueves traque� los mil doecien-
tos metros sobre las bridas. No es
buen traqueador, pero se ve en
formas.
PANAM� OL�MPICA
Por JOS� SEDA
Ayer lunes 31 de febrero de 1933,
la delegaci�n azteca en pleno, en
gesto de simpat�a y cordialidad ha-
cia Panam� y en honor a su Pre-
sidente, desfil� por las calles prin-
cipales de la ciudad, precedida por
un batall�n de infanter�a de ma-
rina del ca�onero Durango y una
simp�tica banda {/menina de cor-
netas y tambores. El imponente
desfile result� un espect�culo luci-
d�simo. Los atletas mejicanos vis-
tieron su uniforme deportivo de
gala que llevar�n el d�a de la
inauguraci�n de los IV Juegos De-
portivos Centroamericanos y del
Caribe. Los miembros del Cuerpo
de Infanter�a del Durago se pre-
sentaron con su uniforme regla-
mentario de zona tropical y su ar-
mamento ordinario. Los deportistas
y marinoa aztecas rindieron hono-
res al Presidente, Dr. Arosemena y
a su se�ora esposa y depositaron
una ofrenda floral a los h�roes del
Polvor�n en la Plaza de la Inde-
pendencia en la Avenida 5 de ma-
yo. Luego sigui� ei desfile, ento-
nando los aztecas algunas cancio-
nes tipleas de la tierra de Ana-
huac. El p�blico reciproc� el no-
ble gesto mejicano aplaudiendo
fren�ticamente a la aguerrida y bi-
zarra delegaci�n azteca.
La coronaci�n de Nanl Molina,
la graciosa fula (l�ase rubia) en el
Teatro Nacional como Reina del
Deporte de Panam�, revisti� ca-
racteres de apoteosis a la belleza
y al m�sculo, porque has de'saber,
lector amigo, que Nanl es una de
las m�s destacadas baloncelistas
de la rep�blica del canal. Cierto
que la gentil rubia no forma parte
del equipo ol�mpico paname�o, pe-
ro ello se debe a que se retir� de
las competencias eliminatorias pa-
ra darle todo :.% tiempo a su reina-
do y a dispensarles atenciones a
las otras reinas del deporte de laa
naciones hermanas.
El aclo de coronaci�n fu� concu-
rrid�simo y en �l estuvieron repre-
sentadas todas las delegaciones
ol�mpicas actualmente en Pana-
m�. La insigne recitadora cubana
Dalia I�iguez y el coro del Cole-
gio San Jos� hicieron gala 4e su
arte en honor a la bella y Joven
reina.
� � �
La revista CARTELES de Cuba
ha donado dos preciosos trofeos
para el atleta y la atleta que m�s
se distingan en los IV Juegos De-
portivos Centroamericanos y del
Caribe. El conocido cronista depor-
tivo Jeas Lozada har� entrega de
loa trofeos a loa atletaa que esco-
jan los periodistas que concurran
al Primer Congreso de Redactores
Deportivos de Centro Am�rica y del
Caribe.
� � �
El portorrique�o Benito Torrente,
conocido en nuestros diamantes por
el Juey, es el entrenador del nueve
ol�mpico venezolano. Aunque Beni-
to se muestra sumamente conser-
vador y estima que su conjunto es
algo flojo, nos parece que aus pupi-
los exhiben muy buena forma. Tan
capacitado mentor puede sorpren-
der a laa llamadas "lineas" con su
equipo de aficionados.
� � �
El Presidente de la Rep�blica, Dr.
Arosemena, tom� juramento a loa
300 atletas que forman la delega-
ci�n paname�a el a�bado pasado
22 de enero. Aproximadamente diez
mil personas presenciaron la so-
lemne ceremonia del Juramento,
que coincidi� con la entrega e inau-
guraci�n oficial del esoadoao Es-
tadio Ol�mpico.
� � �
Stanley Eduardo, el medio fon-
dista (900 metros) paname�o, ae
las trae con su marca de un minu-
to 56.5 segundos hecha en presen-
cia nuestra. Estimamos que Eduar-
do es casi un seguro ganador y
que con la posible exenci�n da una
o dos marcas, todaa las dem�s se-
r�n trituradas en la ligerlslma pis-
ta del Estadio Ol�mpico.
� � �
Con un bello gesto de despren-
dimiento, Reglnald Bed�ord, que
una vez fuera el mejor corredor
de distancias cortas de Panam� y
que no calificara en las pruebas
eliminatorias, exclam� al fracasar
en su Intento de defender loa c�le-
res de su tierra formando parte
del equipo de pista: "Hay que dar-
le paso a la Juventud".
Jos� SEDA
Ciudad de Panam�. 1� de
febrero de 1938.
Los tr�queos de
ayer s�bado
Las Casas, pista buena.
GALOPES: Carm�n. Florido. Ma-
co, Grovich, Grumete, Comerlo,
Guayama, Rizo C, Ganda, Judex,
Capullito, Juanita, Cuca G., Julio
C�sar, Az�car, Confusi�n, Gallant
Lady. Puerto Negro, Condesita, Co-
legial.
GALOPES CON PONY: Cayeya-
na, Race Street. Palo Viaje, Ethel
Mar be. Viva Asturias, Aga Ray, El
Gallego. Dlnoreh, MicabU, La Ga-
viota, Campechana, Diamanta.
ESCAPES:
Mahoma � 1 milla en 1S1 f�cil.
Toledana � 600 metros en .41
� � �
Las Monjas, pista petada.
GALOPES: Petee Wrack, Neni-
to, Sheila Barrett, Chiqui Oran,
Margot Ya. Prlnce Leila, Fugitiva,
Keswick, Llttle Nap II. Candita.
Black Witch.
GALOPES CON PONY: Popeye.
Centavo, Tere, Carta Negra, Men-
ta�ez, Tuplnamba, Bud Browu, La-
tero, Nevado, Fernandlte 8., Puer-
to Rico, Dorado.
Quintana, pista
GALOPES: Comentario, Loquito,
Colibr�. Condado, Isabel II, Flor de
Borinquen, Tatlta, Mae West, Ca-
losa, Caperucita, Lleja, Arroyan�,
Myrna Loy. Pola Negrl. Cara M�a,
Canillera, Cascabel, Dr. Ju, Teddy,
Batacl�n, Capit�n.
GALOPES CON PONY: Hope
Loring, Duque, Joan Crawford, Ve-
nezuela. Cecilia B. C�ales. Waltz
Klng. Villa, Centinela. Navarra.
Bram�n, Marquesita, Cofres!, Nltv
ba.
ESCAPES!
No Diga M�s
las bridas.
Rioja � 1000 metros en LOS 3(5.
400 metros sobre
=
BOXEO�HOY�BOXEO
Nuevo Stadium de Mayaquez
A BENEFICIO DE LOS ATLETAS
EN PANAM�
41 Fenomenales Peleas 41
FINAL
Canzonery vs. Don Daniel
GRAN SEMI-FINAL
Celestino Ayala V*. Primitivo Flores
Charles Hahn VS. F. Echevarr�a
Soler Jr. VS. R. Rodr�guez
BOLETOS:�
Rtngslde �Primeras 10 filas.. SLOO
Rlngside, dem�s filas ........ 0.75
Lunetas, hombres ........... 0.40
Lunetas, damas y ni�os...... OJO
Gradea ...................... OJ5
Ni�os .........�.............. 0.15


A MUNDO, SAN JUAN, P. R. � DOMINGO 13 DE FEBRERO DE 1938.
18
La revoluci�n mecedora...
(Continuaci�n d. la ptg. .4)
parecen Invenciones de negros �fr�-
canos afligidos con delirium tre-
mens. y cuando tratan con alg�n
"cocodrilo", los "gatos" miran con
compasi�n y desprecio a los que
no los comprenden.
Goodman termin� su "demostra-
ci�n" de "swing" s�lo despu�s que
<�l gerente del teatro habla llama-
do a la polic�a para que obligara a
los asistentes a sentarse y guardar
el orden.
Dias despu�s, el 26 de enero, .1
virtuoso maestro, que "pesca" una
nota con su saxof�n y la alarga,
acorta y estira para los lados como
�I fuera un el�stico, hacia su apa-
rici�n en el inmenso Teatro Para-
mount, situado en la calle m�s
concurrida de Nueva York. Broad-
wsy<
Goodman, anunciaba el Para-
mount. tocarla cinco veces al dia,
durante una semana. Las puertas
del Teatro-Cine, se abrir�an a la
1 P. M. del mi�rcoles 26 de enero.
Pero a las 5:10 de la ma�ana, a pe-
tar de un fr�o capaz de helar las
notas c�lidas de una candente pieza
de "swing", el cuartel de la polic�a
de la calle 47. recib�a una llamada
urgente del Paramount, pidiendo
le�uerzos para contener a m�s de
.'�.OOO personas que hac�an "cola"
esperando que el Teatro abriera sus
puertas.
A las 8:30 de la ma�ana, m�s
de 17,000 personas entorpec�an el
tr�fico y se manten�an en calor
cantando alguna melod�a "swlnguls-
iica". En vista del entusiasmo, la
gerencia del Paramount decidi�
principiar la funci�n a las 9 A M.
Y ocurri� si no lo mismo que en
Carncgie Hall, algo peor para la
tranquilidad de los acomodadores
y guardianes. Los miles de asisten-
tes bailaban en los pasillos, se tre-
paban sobre los asientos y balan-
ceaban sus cuerpos en ritmos pare-
cidos a las contorsiones de las dan-
zas Javanesas y africanas.
Despu�s del programa de Good-
man, el Teatro presentaba la cinta
de Mae West "Every Day's a Ho-
liday" (Cada d�a es una fiesta), pe-
to nadie pudo apreciarla, a pesar
de que Mae es una de las artistas
m�s comentadas, debido a que el p�-
blico sigui� meci�ndose en las me-
morias de la m�sica de Benny
Goodman. Nadie quito salir des-
pu�s de terminada la primera fun-
ci�n, quer�an o�r la segunda sin
moverse de sus asientos. Intervino
Ja Polic�a, se o�an gritos, peleas: al-
gunos Juraban que reci�n hablan
entrado y que ten�an derecho a
o�r a Goodman.
Por �ltimo despu�s de tres horas,
la cali, volvi� a ranacr y la "co-
la" que a eaas horaa habla crecido
a m�s d. 43,000 (seg�n c�lculos de
la Polic�a) esper� confiada que por
ah� crea de las 10 de la noche, su
largo martirio de fr�o y hambre
(nadie salla de la fila ni para co-
mer temeroso, de perder el pues-
to) seria recompesado oyendo las
notas d.l "virtuoso" que "opiarla"
los dolores, penas y preocupaciones
de la vida diaria.
"Swing" est� en armon�a con los
grandes movimientos que agitan al
mundo hoy d�a, primero porque
como esos "ismos", es imposible dis-
cutir con sus .ntuslastas, aegundo.
porque como esas tesis, "swing"
tambi�n tiene sus profetas, quienes,
como dice el critico del "New York
Times", "son como Arist�teles era
para las generaciones de escolares
de las edad*, antiguas: intocable".
"Swing" columpia cualquiera com-
posici�n que se preste a ser estirada
y mecida; pero tambi�n a. han com-
puesto algunas piezas que son ex-
clusivamente de tendencia "ultra
columpiantes". Los t�tulos no pue-
den ser m�s atractivos: "Grujir de
Sedas cuando la Marquesa estornu-
da", "Llanto de la cebolla cuando
el ajo le dijo adi�s", "Tos en F ma-
yor", "Quejido estomacal en A me-
nor"...
Asi. a pesar de la explicaci�n da-
da por la radio por Terry Colonna,
de haber asistido al Concierto de
Goodman, y al Paramount, "swing"
sigue siendo para los que no lo
"sienten", uno de los misterios m�s
grandes de la m�sica (?) moderna.
El mismo Colonna, usando todos
los t�rminos que los "virtuosos"
emplean, no pudo hacerse entender,
cosa que �l mismo reconoci� dicien-
do: "es un enredo tan fenomenal
que ni yo mismo lo entiendo. S�lo
lo siento.
Y. debe d. ser asi. pues ni los m�-
sicos, profesores m�s bien que per-
tenecen a la gran orquesta dirigida
por el Inimitable Toscaninl. saben
una palabra de lo que es "swing".
No lo entienden, no lo pueden eje-
cutar porque ellos est�n acostum-
brados a la disciplina r�gida del di-
rector y pierden sus personalidades
dentro de la armon�a, y cuando oyen
hablar a un miembro de orquesta de
"swing". s�lo menean la cabeza (el
�nico ritmo de "swing" que pueden
ejecutar) y exclaman: "Per la vita
di Garibaldl, � non sonno potihl-
le..."
M�SICOS PORTORRIQUE�OS
ANA OTERO
Per LA HIJA DEL CARIBE
El piano fu� siempre tu amoroso, Desde esa fecha memorable con-
curri� Ana tres veces por semana
a la clase del Conservatorio, diri-
gida por el mencionado Mr. Flssot,
y a la vez asist�a a la del reputado
maestro Toaudau, el cual le daba
lecciones de armon�a y composici�n.
El primer ano de su permanen-
cia en Par�s fu� de luchas y sufri-
mientos, tanto por el Idioma, co-
mo por los rigores del clima. En
combate tan desigual, venci� el
Muri� "la monjita"...
(Continuaci�n de la p�gina S)
Con gran dificultad, Max Reln-. Corrieron algunos aftos y nacle-
hardt logr� convencer a sus pa- ron Wllllam y James. Pero, Rosa-
dres que la dejaran actuar. Por � mond, pasado el primer entusiasmo
fin. Rosamond, a quien nada le n
gab�n, gan� la batalla y de la no-
che a la ma�ana se cncertr� trans-
formada en la "estrella", del tea-
tro dram�tico norteamericano.
Por tres aAps y medio en Nueva
York, y por dos m�s en otras ciu-
dades del pa�s, Rosamond represen-
t� el papel de una dulce monjita,
�tuyas manos p�lidas y suaves eran
remedio para los dolores morales
f f�sicos d. la vida.
Su arte, en este drama �u� tan
Brande, que se la bautiz� con el
nombre de "La Monjita", cuyas
manos ton d. seda y cuyat pala-
bras eran de consuelo". �
Pocot anos despu�s, Rosamond.
todav�a en el registro social del
libro azul de la aristocracia neoyor-
quina, (a pesar de que era m�s ac-
triz que sociable) se casaba con
Willlam A. Gast�n, hijo del enton-
ces Gobernador del Estado d.
Massacbussettt. Joahan B. Gast�n.
Rosamond consider� que el tea-
1ro y la familia no se pod�an aten-
der al mismo tiempo. En consecu.n-
na se retir� y se dedic� a ser la
esposa fiel y enamorada del tam-
bi�n entusiasta del teatro, Wllllam
Gast�n.
Habla un padre
agradecido
Notable Caso Curado
de una familia y sus cuidados, vol-
vi� a su antiguo amor: el teatro.
Represent� en varloa dramas, pe-
ro las criticas no fueron lo mismo
que cuando obtuvo �u triunfo con
La Monjita. Una de las quejas de
Mlss Pinchot era que no pod�a en-
contrar primeros actoret tunden-
temente altos para representar con
ella (Rosamond era muy alta y del-
gada) y asi, un poco desilusiona-
da, se retir� del teatro para Irse a
Hollywood a trabajar para el ci-
ne.
En la ciudad del cinemat�grafo.
Mlss Pinchot trabaj� en varias pro-
ducciones. Bajo un contrato con la
Metro-Goldwyn-Mayer, actu� en
"Los Tres Mosqueteros" de reina
Ana. Sus compa�eros eran Paul
Lukat y Walter Abel.
En 1935, al terminarse el contra-
to con la Metro, (que no fu� reno-
vado) .1 nombre de Rosamond Pin-
chot fu� olvidado en el libro social
de Nueva York. Nadie dio una ex-
plicaci�n a este desprecio. Algunas
dicen que fu� por sus actividades
teatrales y cinematogr�fica! y tus
fracasos. Otros porque o estos des-
calabro, art�sticos se uni� la se-
paraci�n de su marido.
El cato fu� que Mlss Pinchot, al
saber que su nombre habla sido
omitido en la edici�n d. 1935, excla-
m�: "Et mucho mejor ettar fuera
de ese libro que en �l".
Slgu.ron actividadet, en que la
Monjita te dedic� a ter productora
de dramat. Y a finet d. 1935. obtu-
vo un triunfo aunque pasajero con
su "Polvo Rojo", obra escrita para
el Gulld Th.atre de Nueva York.
En 1936, volvi� otra vez y por
�ltima tambi�n, a la. tablas d.l
teatro, y acato como una coinciden-
cia, fu� tambi�n Max Relnhardt
quien la dio �1 papel de Baththeba.
en el espectacular y bello drama
"El Camino Eterno" que, como el
"El Milagro", era basado en asun-
tos b�blicos.
Etta fu� la �ltima vez que Rosa-
mond apareci� en p�blico. A fines
del ano 1937, arrend� la hermosa
villa situada en Greenvale Road,
O�d Brookvllle, en Long Itland. la
zona elegante de los rlcot neoyor-
quinos, para patar en compa��a de
sus dos hijos el Invierno que no al-
canz� a terminar en vida.
Su carro, de excelente marca y
pintado de color verde, era familiar
para los polic�as Irlandeses de Nue-
va York, qulenet siempre velan a la
monjita con tu pelo rublo tuelto,
manejando por lat callea del barrio
teatral. Y se hizo m�t conocido
ahora �ltimo, porque Mlss Pinchot
venia todo, los d�as a ver loa ensa-
confidente. En �l verti� su alma,
de artista, sus alegr�as, tus peta-
res. Inclinada sobre la arm�n.ca
dentadura le comunicaba sus m�s
rec�nditos secretos.
Ana Otero colocaba muy alto el
ideal del arte, y por eso el estudio
del piano, en ella, fu� u la mane,
ra de un sacerdocio.
Su portentosa ejecuci�n hac�an-
la �nica en la interpretaci�n de las
rapsodias de Llszt, en Puerto Rico,
y en el modo de destacar los can-
tos, sobre todo, con la mano iz-
quierda, haciendo entonces de ella,
como dec�a Beethoven, "el maestro
de Capilla".
Las m�s �ridas y erizadas dificul-
tades del plano, las venc�a Anita
sin esfuerzo aparente, con esa di/i-
cil facilidad que es el gran escollo
de los ejecutantes. Era torprenden-
le en la sonoridad, en el sonido
que sacaba de las notas, en el ma.
nejo de los pedales, y en el rubato,
Al hacer, Anita, un pasaje ru-
bato expresaba abandono, no des-
orden, y haciendo una verdadera
creaci�n de cada una de estas fra-
ses, se alejaba del amaneramiento
tan com�n en nuestros dias, y tan
artificioso como frivolo.
En la ejecuci�n de la Polonesa
en la bemol, de Chopln, no desple-
gaba esa �uem ue trueno, acos-
tumbrada por algunos planistas.
Ella comenzaba ei famoso pasaje
en octavas, pianisimo, y lo lleva-
ba hasta el Xin sin una progresi�n
din�mica demasiada estrepitosa.
Evitaba, en general, todos los con.
trastes chillones y todos los fuegos
pirot�cnicos.
Naci� lu esregla artista en Hu-
macao, Puerto itko, el 24 de Julio
de 1861.
Fu� educada e iniciada en el
arte de la m�sica y del plano, por
tu respetable padre, Don Ignacio,
antiguo y reputado profesor de m�-
sica,
Con una perseverancia digna de
(iicomio, de toda ciase de alaban-
za, enmonto Ana sus estudios, y
sintiendo agitarse en su alrededor
las �guilas de la noble ambici�n
m�stica ya conocedora, precoz, del
instrumento, y, pianista en capu-
llo, dio principio a su peregrina-
ci�n por la Isla, en 1886, pues gui�-
bala el loable prop�sito de allegar
recursos para tender el vuelo ha.
c�a un conservatorio europeo en
donde perfeccionar sus estudios.
Numerosos amigos y admiradores
que ve�an en ella, y la predec�an,
la sucesora de Tav�rez, �nico pia-
nista conocido en aquella �poca,
hijo de Puerto Rico, le aconsejaban
frecuentemente que procurase loa
medios de trasladarse a Europa,
para enriquecer sus conocimientos
musicales bajo la direcci�n .de
maestros eminentes.
Despu�s de ludias incesantes y
de vacilaciones sin cuento, decidi�
hacer Ana una tourn�o por la isla,
atenida a sus propias luc� zas y a
la hidalgu�a de sus compatriotas,
ni
En .una de lat prim.rat filas d.
butacas se destacaba la venerable
figura de Mr. Marmont.1, quien,
al terminar la primera parte del
concierto, tubl� a felicitar a Ana
y en presencia del p�blico la es-
trech� entre sus brazos.
Ana Otero era, por tanto, una
artista de fama, s�lidamente coa-
quistada, y habla colocado muy al-
to a su pa�s en suelo extranjero.
L'Echo y Le F'garo, de Par�s, y
La mujer que se sienta.
(Continuaci�n d. la p�gina 2.)
La pianista portorrique�a Ana Otero.
los cuales no le escatimaron
aplausos ni apoyo material.
Terminada ia excursi�n, decidi�
realizar sus nobles ambiciones, y
all� por el mes de Junio de 1887,
se traslad� a Barcelona, en donde,
al llegar, se encontr� con que, a
la saz�n, �e proyectaba una fies-
ta art�stica a beneficio de la So-
ciedad de Escritores y Artistas de
aquella ciudad; fu� invitada a to-
mar parte en dicho acto por u
compucblano y amigo, el muy ilus-
tre doctor y excelso po.ta, Ma-
nuel Mart�nez Rotell�, estudian-
te entonces de medicina, que for-
maba parte de la comisi�n organi-
zadora de dicho festival.
Ejecut� Ana Otero varias pie-
zas, entre ellas, el concierto de
Kalbrenner acompa�ado por nu-
merosa orquesta, y el Fausto, del
pianista catal�n Pujols, encontr�n-
dose �ste en el teatro El Dorado;
y el renombrado artista manifest�
que la interpretaci�n dada a su
obra por la se�orita Otero se ha-
llaba al nivel de la de cualquier
planittt de renombre.
Un mes despu�s se presentaba
Anita, decidida y animosa, en Pa-
ria ante el profetor del Conserva-
lorio, Mr. Fistot, a fin d. que la
oyete tocar y le manlfettara, fran-
camente, ti podia aspirar al ingre-
so como alumna del Conservatorio,
el cual le manifest� que sus dotes
art�sticas eran excelentes, y �a
ofreci� preparar para que entra-
te en concurto, lo que no pod�a
efectuarse hasta el pr�ximo no-
viembre, �poca en que se abr�an
los cursos de estudios.
Llegada dicha fecha. Anita te
present� ante el jurado a luchar
entre dotcientrot veinticuatro com-
petidoras; d. �stas, tolo dieciti�t
fueron calificada� aptas para el
ingreso, pero como solamente ha-
blan disponibles ocho plazas, se
procedi� a una elecci�n, resultan-
do Anita obteniendo tambi�n pol-
la tuerte, la designaci�n que an-
tes alcanzara por sus m�rito.*.
HUMORISMO
>.rtlyot d. una producci�n dram�tica
Tengo a oten manuestar para ,�iM i�h H.rri. n.m.ri.
conocimiento de los padres que pue-
dan tener sus hijos sufriendo de
raquitismo y enflaquecimiento, que
mi hijo Hiram de 9 a�os ettaba f�si-
camente empobrecido, y muy an�-
mico, no habiendo mejorado con los
Jarabe, y medicamentos que 1. re-
comendaban En cambio tan solo
con tres frascos de LACTOMUL-
SION, ha aumentado notablemente
de peso y disfruta de buen apetito
y color, habiendo desaparecido el
catarro en el pecho que padec�a.
Gracias a la LACTOMULSION ha
recobrado peso, fuerza y salud."
Fdo. F. Cortez.
de su amigo, Jed Harris. llamada
"Nuestra ciudad" cuyo lema era
sobre la muerte.
DELE A SU NI�O
LACTOMULSION
i (WMIUA FUTRTr
\ SANO ROHUSTO
Tal vez Rosamond, viendo que su j �Tigre.
vida era despu�s de todo un fra-
caso art�stico y dom�stico, se com-
penetr� de ette drama que pinta
la muerte como tolo un viaje a un
m�a all� en el cual no te sufren
dolores, envidias ni ambiciones.
Acaso, como dice Warren Hall, el
critico del Daily News, "la hermosa
Rotamond. viendo que tu matrimo-
nio con Wllllam Gatton, ex-marl-
do de la famosa Kay Francia, lle-
gaba al final y que la separaci�n
deb�a convertirte en divorcio, cosa
que ella siempre se opuso, decidi�
Irse a �se m�s all� en el cual no
se necesitan triunfos teatrales ni
maritales para llevar "una existen-
cia" tranquila..."
Rosamond dej� dos sobres azules.
Uno dirigido a su padre, el otro a
lat autoridades. Tal vez ellos tan-
g�n la soluci�n del enigma del sui-
cidio. Pero tanto la polic�a, que
�Pero est� usted loco, se�or maes-
tro! �Doscientos pesos por un a�o
de lecci�n a un chico! Cuesta menos
un burro.
�Puet c�mprelo y asi tiene dos.
� � �
�Qu� nombre quiere que le pon-
ga al ni�o?
�Imposible: �se no es un nombre
cristiano. Yo no bautizo fieras.
Y entouces a lot Papas que se
han llamado Le�n, �no los bauti-
zaron ?
acudi� ai llamado de la sirvienta,
y encontr� su cuerpo hermoso ves-
tido con un traje de seda blanco,
traje de gala; como su padre. Amos
Pinchot, nada quisieron decir.
Willlam A. Gast�n, el marido, cu-
ya separaci�n pudo haber sido una
de las causas de la tragedia mo-
ral de la linda Monjita, lleg� al en-
tierro, y; con l�grimasen-los ojos, de-
be naber pen.ado que era ahora
cuando "El Milagro" debiera repe-
tirse y devolver a la vida a la mu-
jer que muri� de amor por �l. la
Monjita Je pelo da color miel y rua-
nos de seda.
genio y la fuerza de voluntad f�-
rrea, inquebrantable, de la nota-
ble pianista.
Al terminar el primer curso, tan-
to Mr. Fissot como Mr. Toaudau.
le expidieron certificaciones ex-
presivas y laudatorias de sus ade-
lantos musicales.
Con estos triunfos alentadores y
aprovechando las vacaciones esco-
lares, se traslad� Anita a Barcelo-
na en donde resid�a su hermana
do�a Carmen O. de G�lvez.
Celebr�base en aquella fecha, ln
exposici�n Internacional, en cuyo
tal�n de m�tica y en un magnifi-
co piano Erard ejecutaba el gran
planista espa�ol, Isaac Albeniz, al-
gunas de sut magistrales composi-
ciones. Anita te hizo presentar a
�l, logrando que le concediera una
entrevista en tu cata, para ejecu-
tar en su presencia algunat de tus
obras, como las Sevillanas, Coti-
ll�n y Pavana, con el fin de que
la juzgara y corrigiera la interpre-
taci�n que daba a su m�sica.
A los pocos dias tuvo lugar en
la residencia del gran virtuoso la
sesi�n musical solicitada, y Ana
toco delante del reputado pianista
las piezas mencionadas, sin que
aqu�l tuviera nada que objetarla;
y, como premio a sus facultades,
le regal� varios ejemplares de sus
composiciones, con expresixa dedi-
catoria, en las que felicitaba a
Puerto Rico por contar entre sus
hijos a una artista de tan relevan-
tes m�ritos.
Terminadas las vacaciones,. pre-
par�bate Anita para regresar a
Puerto Rico, sin realizar sus an-
helos de terminar lot estudios, a
causa de hab�rsele agotado los
recursos con que contaba para tu
tottenlmiento en Par�s.
A iniciativa de la noble e Inteli-
gente dama portorrique�a, Ana Ro-
que, secundada eficazmente por
don Arturo Aponte, don Salvador
Fulladosa y otros amigos entusias-
tas de Anita, se fund�, en Huma-
cao, una revista literaria titulada
Euterpe, con cuyo producto pudo i
Anita trasladarse a Par�s, en octu-
bre de 1888, para proseguir los es-
tudios.
Una ves en la capital francesa,
se proporcion� los medios de ha-
cerse oir del eminente profesor
Mr. Marmontel, ir�estro de Mr.
Fissot y de casi todos los profeso-
res del Conservatorio.
En presencia de e�te venerable
anciano, gloria del arte m�sica!,
interpret� Anita la tercera baia-
da de Chopln, pieza de concurso
en el a�o anterior; y a petici�n
del maestro, obras de Liszt, Schu-
mann, Mendelshonn y Beethoven,
el cual, interrumpi�ndole, la dijo:
''Sin adulaci�n alguna le declaro,
que estoy muy satisfecho de su
manera de tocar; tiene usted in-
terpretaci�n propia, cualidad no
com�n en lot planillas modernos;
y. tom�ndola la cabeza entre sus
manos, a�adi�, y es usted una ar-
tista completa y le augur� un por-
venir brillante.
Para estar Ana a�n m�s segu-
ra de sus conocimientos, pregunt�
a Marmontel si �l cre�a que ella
pudiera dar un concierto en Ma-
drid, contest�ndole el maestro que
no tan tolo podia exhibirte en Es-
pa�a, si que tambi�n en Alema-
nia, Inglaterra y hasta en el m'.s-
mo Par�s, y que �l se compromet�a
s hacerle el programa de su pri-
mer concierto.
Y en Par�s, cerebro del mundo,
y en la famosa sala Plejyel, por la
que han destilado tantoa grandea
de la m�sica, dl� su primer con-
cierto la inspirada y eximia ar-
tista portorrique�a, alcanzando
competo �xito del numeroso p�bli-
co qi* asisti� a escucharla.
otros peri�dicot, proclamaron en
sut columnat el triunfo brillante
de la artista borinque�a.
De regreso de Europa, y despu�s
de haber dado algunos conciertos
en var�as poblaciones de la Isla,
volvi� Ana a hacer otra tourn�e
art�stica por la Am�rica del Sur,
empezando por la ciudad de Cara-
cas, continuando por Puerto Cabe-
llo, Valencia, Curacao, Cartagena,
Costa Rica, hasta llegar a New
York, donde se hizo o�r dt una de
las grandes talas de conciertos de
aquella gran ciudad. All� permane-
ci� el tiempo necesario para cursar
el ingl�t, que ya conoc�a gramati-
calmente, asi como el franc�s, y
tambi�n el italiano, por lo cual
Anita, con su lengua vernal, p�-
tela cuatro idiomas.
Por razonet de talud regres� a
Puerto Rico y se dedic� enton-
ces a la ense�anza del piano, fun-
dando una Academia, en la cual
lleg� a reunir un gran n�mero de
alumnas, todas aprovechadas, que
hacen hoy gran honor a su ilustre
profesora.
Ela fu� la continuadora, en la
ense�anza del piano, del gran
maestro etpaftol Ferm�n Toledo,
el cual, fu� quien elev� ese arte a
gran altura en Puerto Rico, impri-
miendo una nueva escuela, casi des-
conocida en aquel entonces en que
el ambiente art�stico ettaba com-
pletamente hu�rfano del buen gus-
to que debe pretidir en �1 art.;
anulando sensibler�as de gustos en-
fermizos, consigui� hscer florecer
un buen n�mero de alumnat, en-
tre lat que pueden mencionarse a
Mar�a Medina de Vatconl, Leoni-
la Riut, Atunci�n Bobadilla y otras
m�t, que pudieron demostrar la
impecable escuela de aquel gran
maestro espa�ol, amigo cari�oso
de lot portorrique�oi.
De manera que, al marcharte
Toledo para los Estado. Unidos,
fu� Anita la qu. asumi� la mar-
cha de la buena y perfecta ense-
�anza del plano, dando los opimos
frutos que todos conocemos.
Su excesivo trabajo; la constan-
te demanda del p�blico, �vido de
su ense�anza, min� su salud y te
tronch� la flor de tu vida.
Aquellos ojos, que se abr�an, co-
mo dos attrot. sobre sut aristocr�-
ticas mejlllat, se cerraron para
siempre. Aquellos dedos m�gicos,
que tupieron Interpretar las m�s
dif�ciles creaciones, se agitaron err
ettremecimientot de dolor, tal vez
da protetta, y... �el cielo no se
conmovi� ante aquella inmenta
desventura!
Muri� el dia 4 de abril de 1905,
y, i ni un s�lo pliegue frunci� la
azul cortina de loa cielos:
Su muerte fu� un doloroso acon-
tecimiento para el arte portorri-
que�o. Su cad�ver fu� embalsama-
do y conducido a Humacao, en cu-
yo cementerio duerme entr� flo-
res, junto a la tumba de su psdre,
su primer maestro,.
Dos aftos despu�s, a Iniciativa de
algunos admiradores de la egre-
gia artista, le dedic� .1 At.n.o una
velada, en la cual, la. qu. hablan
sido tut dlicipulat. Interpretaron
algunas de sut composiciones Inspi-
rad�simas, porque Anita fu� tam-
bi�n una exquisita compositora.
El retrato de Ana Otero debe fi-
gurar en un sitio de honor en nues-
tro primer centro de cultura. (�)
Fu� un astro maravilloso que
nos deslumhr� con tut resplando-
res.
Y, como hecha flor cay� de una
estrella, ala te volvi� esparciendo
a tu pato una fulgurante estela
d. lus.
* El retrato de la �m�nente pla-
nista ya figura en la Sala Mo-
r�n Campos del Atenea
si fuera posible colocar este astro
en el lugar en donde est� ahora
situado el Sol, tu .xpantl�n seria
tan grande que cubrirla la mayor
parte del terreno en dond. baila
nuestro sistema planetario y s�lo se
escapar�an de tu radio. Uranio y
Pluton. Vive a 3.000 a�os-luz de la
Tierra, de forma que sus rayos que
ahora llegan hasta nosotros, talle-
ron de la estrella en la �poca que
lot Mayas esculp�an sut calendarlos
de piedra.
Lot nuevos estudios han revelado
que la "hermana gemela" del astro
es una estrella de menor tama�o,
de tipo llamado "attro negro" por-
que su irradiaci�n no se puede apre-
ciar ni por el teletcopio, ni por me-
dio de placat fotogr�ficas, nt si-
quier, merced al espectroscopio. La
extructura f�sica de estas "ettrallat
negras", est� basada en enormes
temperatura! que emiten tolo luz
"Infra-roja-otcura" que no et posi-
ble registrarla con los aparatos
que ahora tiene la aitronomia. En
otras palabras la "oscuridad" de
eatat estrellas es debida precita-
mente (aunque parezca parad�ji-
co) a tu exceso de brillantez. La
nueva estrella te la ha bautizado
con el nombre de "Ettrella-I-Epsl-
lon" y te observan actualmente por
un m�todo, llamado de la "Inter-
ferencia".
Cada 27 a�os 1. "Eptllon" cono-
cida, perd�a tu brillo en m�s de un
50 por ciento. Era que tu "herma-
na" te le acercaba al recorrer la
�rbita y originaba una etpecle de
"absorci�n" de rayoa luminosos o
una etpecle de "eclipse" ocasionado
no por la Intercepci�n de masat es-
telares, sino por el conflicto entre
loa rayos cal�ricos y lum�nicos. De
etta manera, la brillantez ettelar
dltminula como si el fuego central
del attro se apagara, hasta que la
observaci�n moderna al ettudlar lot
"tlstemas binarlos" de estrellas
analiz� la "Interferencia" (otcurldad
pata Jera) con tanto inter�e como
se estudia la brillantez de los as-
tros. .. Las "hermanas Epsilon" han
sido consideradas en estos diss ro-
mo el descubrimiento sstron�mico
m�s Importante en lot tiempos re-
cientes.
Astros, velocidades, distancias, y
dem�s elementot de la Attronomla
forman el lenguaje diarlo de la vi-
da moderna. Las palabras de la fi-
losof�a y del arte han sido des-
plazadas por otros vocablos que
Intentan definir el "lenguaje del
tama�o". Para entender ettos nue-
vos csrscteret que dominan en la
vida moderna, son menester lat
matem�tlcae. Ya no te utan los
adjetivos que se aplican a un cua-
dro o a una obra literaria. Hay
que conocer los calificativos que
encajan en Tablas. �ndices, taxas.
deudas, intereses, seguros, pensio-
nes, velocidad, limites, calor�as, pe-
tos, temperaturas, kllovoltlot, H. P.,
ondat. poder de expansi�n y dem�s
"quebraderos" que nos ha tra�do
la vida moderna. Y s�lo las mate-
m�ticas nos dan las ideas y la for-
ma del l�xico que hay que emplear
en loa diaa actuales.
"Matem�ticas para el Mill�n", es
el libro que cumple etta necesidad
y que es algo asi como-el abeceda-
rio de la vida actual. Su autor es
un Ingl�s. Mlster Lancelot Hogben,
el cual ha tenido el m�rito de pre-
sentar las matem�ticas como si
fuera un libro de cocina cubriendo
en sus p�ginas desde los elementot
de la aritm�tica hatt. lot laberin-
tos del C�lculo Integral. Al fin de
cada capitulo, hay un problema que
el lector debe de retolaer y que le
tlrve para calcular el tama�o de
autom�vil, la anchura de un rio.
la altura de una casa o el "�ndice"
de libras que ha perdido su esposa
durante el a�o.
Asi como los libros del Siglo pa-
sado not ense�aron a familiarizar-
nos con lot artistas del Renacimien-
to y tratar de "t�" a Plat�n, Aris-
t�teles y dem�s luminarias griegas,
"Matem�ticas para un Mill�n", not
Induce a perder el respeto a New-
ton. Corp�rnico, Galilea Pit�goras
y hasta lot �rabes geniales en la
Geometr�a. Es un libro t�rgido de
la necesidad de los tiempos actua-
les, �poca en la que todo se cuenta
todo se mide y todo se aquilata...
todo lo que sea material.
1
la*
DESPU�S PE TOA
SPCULBITA COMIDA
si �1 exceso d� acide�
en �1 eet�aafo 1* cau-
sa malestar pruebe el
Compuesto Blsurado
(antes Magnesia Bisu-
rada). Be una recete
simple pero eficaz. De
pronto alivio*
enfermedades-
FLIT
fas mofa
DOLOR
d� CABEZA
Y NEURALGIA
Las Dos Rivales
MAGNESIA
GRANCHEL
JVl�Jese usted con Maravilla de
Humphreys la frente y las sienes si le duele la,
cabeza, o las ptrtes tfecttdtt ti te;
trata de neuralgia�i Vera qu�
pronto se alivie! a El folleto
que va con cada frasco c
Maravilla indica los muchos
usos de este remedio casero,
que no debe faltar en nin-
g�n hogar.
�"HUMPHREY5 (
T�ngala siempre en casa ? No admita substitutos.
La Nueva Transparente
Waterman's
Pluma
Para
Damas
SOLICITE LOS JUEVES
"PUERTO RICO
ILUSTRADO"
La Waterman's Lady Patricia es una pluma
sutil dise�ada especialmente para la mujer
de hoy d�a que demanda no tolo un instru-
mento perfecto para la escritura, sino tam-
bi�n atractivo para tu boira � bufete.
La Ladv Patricia, tipo transparente,
tiene adem�s la novedad de un barril
transparente que avisa cuando debe
llenarte. Su Resorte de Doble Acci�n
simplifica el llenarlas. Nada que se
descomponga � extravie. Retiene Unta
tinta como varias plumas de tama�os
nara hombres!
DlserYo de joya elegante�punto con la suavidad
del terciopelo � escritura instsntanea al hacer
contacto con el papel. La Lady Patricia es ofreci-
da en un eatenso surtido de bellos colores;
el regalo adecuado
Watermai�s
Lapiceros Tintas
LAS MIJORI5 CASAS
Plumas
DI VINTA IN
El nival
d. la tinta
puede notarte
en el barril de la
Lady Patricia '
Transparente
DIL HAMO
igor
energ�a vital
M�SCULOS DE ACERO
Tome Ner-Vita y a las doa semanas comensar�
a notar sut resultados. Sea usted de loe que
pueden enorgullecerse de verdad � de tu fueras
muscular, de su vigor y energ�a vital. Y acumu-
le resistencia contra enfermedades. Vea porqu�
cada dosis de Ner-Vita representa verdadero ali-
mento concentrado para la sangre y los nervios:
Heaquf las razones:
Ner-Vita es verdadero alimento para la sangre y para el
sistems nervioso porque contiene en forma activa: 1. Las
mismtt ules minerales que se encuentran en la sangre hu-
mana y que producen fuerza y energ�a vital, t. Lot formia-
tos que favorecen la actividad muscular y mental. Ademas
Ner-Vita estimula el apetito. Es de sabor agradable.


I . '

EL MUNDO, SAN JUAN, r\ R. - DOMINGO 13 DE FEBRERO DE 1938.
17
NOVELA
ORIGINAL
LA LEYENDA DE LOS VEINTE ANOS
Por ALEJANDRO
TAPIA Y RIVERA
CAPITULO V
En que se trata de la dama del
coche.
Elena v�iie de Oro, es en la
hutna sociedad portorrique�a lo
que pod�amos llamar, no temiendo
� 1 galicismo, una mujer a la mo-
da, si por eato se entiende la da-
ma que da el tono en la elegan-
cia. El buen gusto descuella tan-
to en tus trajea como en sui reu-
niones. Es ella el principal encan-
to de las propias, y el envidiable
ornato de las ajenas. Su casa es
morada de lo bello, y cuanto la
pertenece lleva en si expresi�n de
su gracia.
Pero como rara ves acompa�a la
modestia a la mujer a quien por
sus hechizos o riqueza tiene tan-
ta ocasi�n de desatinarse, toda vez
que el continuado aplauso es n�c-
tar que lleva poco a poco y sin sa-
berse c�mo, a cabezal no bien ci-
mentadas, la embriaguez del en-
greimiento, defecto que casi siem-
pre corre parejas con la frivolidad
nue suele acompa�ar a muchas da-
mas "fashionables"; nos vemos pre-
cisados a a�adir que, por excep-
ci�n honrosa, Elena es la mujer a
la moda sin sus defectos. Es de-
cir, que el fuego de la soberbia no
ha devorado la sencillez de su al-
ma, ni la frivolidad amenguado la
natural discreci�n que viene a ser
como corona de su belleza y el
mayor de sus ya seductores atrac-
tivos.
Como, por otra parte, su cora-
z�n es bueno, su trato dulce y sus
sentimientos elevados, no es posi-
ble, ni aun a las mujeres, tratar-
la sin rendirle el tributo de la es-
timaci�n.
Es querida en su circulo por los
que disfrutan de su simp�tica amis-
tad, respetada por los que de le-
los la conocen, y bendecida por
los muchos infelices que reciben
sin ostentaci�n ni gazmo�er�a sus
beneficios, cuya gratitud es la pre-
gonera de los mismos.
Eduardo no frecuenta su circu-
lo, a pesar de lo extenso de sus
relaciones en ciudad tan peque�a,
porque nuestro mancebo, ya que
no le disguste lo mejor en punto
a compaftla, carece de tiempo, por
ocupado en amor�os m�s o menos
f�ciles, y en los Inquietos y bulli-
ciosos pasatiempos de su edad. De
suerte que. salvo los grandes bai-
les que suele dar Elena de vez en
ruando, la tertulia intima de esta
se�ora, concretada a algunas ami-
gas predilectas y a los socios del
tresillo, en que su esposo suele to-
mar parte, es para nuestro Eduar-
do, sobrado formal y aun austera
y por consiguiente de poco hechi-
zo dadas sus aficiones. Por esto
suele apellidar a Elena el "sol en
el desierto"; pero hasta �l llega el
aroma de su trato, y adue�ada Ele-
na de su simpat�a, siempre que la
nombra lo hace con carino y ad-
miraci�n.
Suponga, pues, el lector, qu�
"mare m�gnum" de conjeturas no
ser� el cerebro de nuestro amable
loco, al vislumbrar una aventura
amorosa. c�ue tal no puede menos
de imagin�rsela, en la esposa mo-
delo, seg�n la ha llamado siem-
pre.
Tan dado al traste se hallaba su
magin ante aquella novela intere-
sante, que poco falt� para que se
le pasase la hora de ver a Elvira;
y aun cuenta el cefirillo que pre-
sencia jugueteando las escenas
amorosas, que Eduardo estuvo
aquel dia tan distra�do en presen-
cia de Elvira, que �sta le hall� ca-
si indiferente para con ella, con
gran pesar y l�grimas de su parte.
Eduardo, por la suya, apenas si
acertaba a pensar en otra cosa
que en Elena, envidiando al feliz
protagonista de su vislumbrada no-
vela.
El lance promet�a novedad, mis-
terio y peligro; tres vivos aguijo-
nes para su rom�ntica fantas�a.
Contrist�bale que s�lo le quedase
el papel de narrador de un suce-
so en que hubiese deseado figurar
como protagonista.
�Si estarla ya enamorado de Ele*
na? Otro prodigio de los veinte
a�os: enamorarse de la primera
hero�na de novela que leemos o
adivinamos.
Las Lucrecias romanas que nada
le dec�an con su admirable virtud,
convertidas en Borgias, troc�ban-
se en Im�n para su esp�ritu. Cuan-
do el �ngel est� en el cielo, pare-
ce a la novelesca fantas�a del sa-
tanejo humano, muy bello, pero
fr�o; luego que cae aqu�l, corre �s-
te a quemarse con el fuego infer-
nal que devor� sus alas. Esta es
la rom�ntica Imaginaci�n humana,
y mientras m�s joven, m�s rom�n-
tica: sin duda la humanidad halla
m�a simp�tico lo que se le parece,
y como ella cay� tambi�n...
CAPITULO VI
De c�mo �e puede �arar en un tea-
tro tin da�e cuenta del espect�culo
Llega la noche, y Eduardo se di-
rige al teatro. Lo que se repre-
senta no figura o no entra para
nada en nuestra narraci�n. Tra-
tamos de gente que m�s que a ver,
va a representar, y como en todo
coliseo pasan aiempre dos espec-
t�culos, no nos ce�iremos cierta-
mente al del palco esc�nico.
Eduardo ocupa un sill�n de an-
fiteatro desde donde puede ver de
cerca y hasta o�r algo de lo que
hablen en los palcos. Tiene no le-
jos el de Elena, y un poco m�s all�
el de otra dama a quien el lector
no tardar� en conocer.
Comienza la sinfon�a, pero �qu�
1�- importa �sta, cuando su pensa-
miento, ya fijo en Elena, se absor-
be en ella m�s a�n, a causa de ha-
ber entrado tan deslumbradora co-
mo modesta?
NI lo uno ni lo otro es ficci�n en
quien tuvo siempre el raro privi-
legio de hermanar ambas cosas.
Mezcla de sol y de luna que ad-
mir� como aiempre a loa circuns-
tantes y que hace latir m�s que
nunca el coraz�n de Eduardo.
iOh! �SI Elvira hubiese estado
all�, Elvira, tan olvidada en aquel
insume! �Qu� traidora es en
amor la edad m�s amorosa de la
vida: Lo que prueba que no es lo
m�s feliz, sino lo m�a cultivado,
lo que resulta m�a fecundo.
�V cu�nto no habr�an dado las
envldioaas damas que iban entran-
do, por que nuestro protagonista
les comunicase las sospechas que
alimentaba contra Elena!
�Qu� satisfacci�n para el amor
propio de las ofendidas por aquel
brillo tan puro! �Qu� content�
para las bellas pecadoras!
Elena parece triste. Sus ojos
azules como el zafiro no lucen co-
mo otras veces con el risue�o ful-
gor del alba.
Sus cabellos suavemente rublos
como los primeros rayos del d�a,
parecen alineados con menor es-
mero que en otras ocasiones, y es-
to indica que no ha querido pres-
tarse por mucho espacio, aquella
noche, a las h�biles manos del pe-
luquero; aumentando, tal vez con.
tra su gusto, por la sencillez del
tocado, la encantadora expresi�n
de su rostro, p�lido entonces como
la nieve.
Aquel talle rivaliza con el de su
hom�nima griega, nada m�s di-
r�amos de su hermosura, si pudi�-
ramos prescindir de su mano, que,
ya cafda con negligencia en la ba-
randilla del palco, ya tendiendo,
sin voluntad de su due�a, a bus-
car la mejilla, para dar a aquel
busto la actitud de la triste re-
flexi�n, no puede menos de ser ad-
mirada, por aquel color de perla
con vetas de suave azul. Mano,
que la cabritilla, pretextando del ri-
gor del clima, tiene la cordura de
no cubrir, y que las Joyas, salvo
alg�n brillante, quiz� emblema de
recuerdo, no tienen la ufana pre-
tensi�n de embellecer-
Si Elena fuera m�s maliciosa,
comprenderla que con este descui-
do en su tocado, puede atraer me-
jor al descarriado o aprisionar m�s
al cautivo; pero conoci�ndola bien,
debemos suponer que su descuida-
da elegancia es apropiada al me-
lanc�lico estado de su �nimo.
Si la brillante diadema de otras
noches la sienta bien, mejor a�n
la cuadra el modesto lirio que ador-
na su cabeza.
�Oh! SI, ella est� melanc�lica
como aquel lirio. De su rostro se
ha despedido la candida alegr�a
que lo iluminaba dulcemente, y la
palidez de los afanes lo cubre aho-
ra entristeci�ndolo.
No es ya, la dorada p�rpura que
despide al sol en la risue�a tarde.
es ya, cuando, hundido aqu�l en
occidente, y disipadas las hermo-
sas franjas; queda en el cielo el
p�lido crep�sculo, m�s melanc�lico
que risue�o, porque ve venir las
nocturnas sombras.
Enrique, su esposo, gallardo jo-
ven, est� a su vez distra�do. Fija-
se al parecer en el escenario; pero
la representaci�n, que ha comen-
zado, no le atrae sin duda, a juz-
gar por lo Indiferente de sus ojos
que miran y no ven.
�Conocer� el estado moral de su
esposa?
�Bullir� en su mente la sospe-
cha? De vez en cuando dirige la
palabra a su esposa con tierna so-
licitud, pero cada vez que esto ocu-
rre, no podemos decir si el rostro
de Elena se ilumina u- oscurece.
Sin embargo, es Indudable que las
palabras de su esposo la conmue-
ven.
En vano busca Eduardo entre los �
galantes de la concurrencia el fa-
vorecido h�roe de su romance. Los I
ojos de la hermosa, que �l sigue |
con afanoso esmero, no se fijan en
parte alguna con la intenci�n que
�l imagina.
Est� desconcertado. "Ma�ana, di-
ce, ma�ana lo veremos. O J�piter
se viste de pulga, o no queda cis-
ne, toro ni lluvia de ninguna es-
pecie, que no conozca en derredor
de la casita misterioss. Aunque
haya de dar y recibir balas o pa-
los, he de saber qui�n es el duen-
de que trae Inquieto el coraz�n de
mi hero�na".
Al decir esto, divis� al capit�n
que miraba con tes�n a Elena, y
como ella en aquel momento le mi-
rase tambi�n, Eduardo murmur�:
"�Siempre este hombre en mi ca-
mino!"
El capit�n P�rez es un mancebo
alto y bien proporcionado. Fiso-
nom�a �rabe con bigotes a lo V�c-
tor Manuel.
�Quien sabe �torna a decirse
Eduardo� si es �ste el J�piter de
esa Europa. Ma�ana me lo dir�
todo la casita de Rio Piedras.
La presencia de otra dama en
un palco no distante del de Elena
viene a Interrumpir sus reflexiones.
Es la dama cuyo conocimiento he-
mos prometido a los lectores
CAPITULO VII
En que podr�n ver loe curiosos que
cuando Satan�s se hace mujer,
suele aparecer como muy bello.
Carolina; la hermosa camag�e-
yana, que asi por su procedencia
la apellidan en los galantes circu-
ios de la ciudad, es joven, viuda
y rica; pero bien pudiera ser es-
tas tres cosas, sin merecer por es-
to la fama de peligrosa que la
acompa�a.
Para aquellos a quienes s�lo
muestra la mano, es la reina de las
coquetas; pero para otros que di-
cen conocer sus garras, es el demo-
nio de la tentaci�n.
El p�lido �mbar u> su tez reve-
la su origen criollo, en que quiz�
no todo sea cauc�sico, y este co-
lor que brilla como el pulido n�-
car, es tal vez el m�s seductor de
sus atractivos. Es por lo menos
una hechicera octerona que con
ojos como los de Elvira, tiene to-
do el arte que aqu�lla, a fuer de
candorosa no posee, no sabiendo
mirar m�s que con mucho amor.
A su vez, Elena no conoce otras
miradas que las de la afectuosa
alegr�a antes, y ahora las de la
ternura empapada en l�grimas;
pero Carolina maneja todas estas
miradas y muchas m�s.
Ella tiene miradas del sol y de
luna, es decir, que abrasan y se.
ducen cari�osa y blandamente.
Miradas de rel�mpago que deslum-
hran, o de rayo que hieren de un
solo golpe los corazones. Miradas
de gacela que conmueven, de pan-
tera que amedrentan, o de serpien-
te que fascinan. St ios ojos se hi-
cieron para decir; ella, a m�s de
ver, llorar y decir con ellos, rie.
canta, aborrece y ama con ellos.
En ellos vislumbra el alma celajes
risue�os y borrascosos, oasis y de-
siertos, infiernos y para�sos.. Son
I
en fin sus ojos d�cil instrumento
que suple a la palabra, a la acci�n
y a las pasiones.
Y cuando tales ojos tienen por
auxiliares la negra ceja art�stica-
mente arqueada, y pesta�as que
parecen enflecadas cintaa de ter-
ciopelo, y sirven de luz a un bus-
to hermoso en que el �bano se en-
madeja ondeado, y la boca viene
a complementar aquel donaire con
sim�tricos hilos de perlas o mar-
fil entre coral o rosa, �qu� puede
decirse que no se crea en punto a
encantamiento?
Octerona dijimos, y esto puede
bastar para Imaginarse sobre el
torso giboso y breve, un cuerpo fle-
xible como el bamb� africano y
contorneado y gracioso con lo que
tiene del J�car o del Betis.
A�adid a esto la elegancia en
el traje y el brillo de la riqueza
cuando sabe no re�ir con el buen
gusto y tendr�is ya el toro en la
plaza dispuesto a echar por tierra
a Cegrles y Abencerrages.
Cierto leve rumor de embeleso o
de poco caritativa murmuraci�n
marc� la ruidosa entrada de Caro-
lina en el palco satisfecha porque
logra este prop�sito.
Ella que es comedia con sus pun-
tas de drama � de tragedla, farsa
de teatro en fin. quiere producir
el debido efecto, y se presenta a
tel�n corrido para perturbar el es-
pect�culo llamando la atenci�n de
los espectadores; pero, �no es ella
tambi�n hermoso y curios�simo es-
pect�culo?
Una vez en la plaza el toro, caen
sobre �l capas y banderillas en for-
ma de anteojos, y hay varas to-
madas y tambi�n buena porci�n de
cogidas y revolcones; pero los ojos
de la bella camagueyana van de
preferencia hacia Els-na. La aten-
ci�n de Enrique de Vitlablanca, su
esposo, parece absorbida por la re-
presentaci�n, y aunque de vez en
cuando desvia los ojos de la esce-
na para fijarlos en Carolina, lo
hace con rapidez tal, que pocos de
los concurrentes, a no ser el ob-
servador Eduardo, pudieran perci-
bir semejante juego.
Tambi�n brilla en los labios de
la octerona cierta sonrisa de triun-
lo.
De pronto Elena, palidece m�s
a�n. y Enrique quiz�s juzg�ndola
Indispuesta, la dirige algunas pa-
labras que sin duda envuelven la
orden o proposici�n de retirada.
Contin�a al parecer el malestar de
aqu�lla, y a nueva insistencia del
esposo, salen ambos del palco y lue-
go del teatro no sin que Villablan-
ca lance a Carolina al levantar-
se para dejar el puesto una mira-
da tan r�pida como indefinible.
Sonr�e la camagueyana con ex-
presi�n intraductlble a su vez, puc3
to que expresa, o la satisfacci�n
m�s orgullosa o el desd�n m�s ex-
tremado.
Eduardo comienza a sospechar
c;ue entre Elena y la camagueya-
na media alg�n combate de celos
motivado por Dios sabe qui�n.
�Si tendr� esto que ver con la
casita?
Y los ojos de Carolina se fija-
ron en los d?l capit�n, motivando
esto que Eduardo se pregunte:
��Tambi�n tiene este hombre algo
que ver con la camagueyana?
El esposo de Elena, �tocar� en
esta orquesta el contrabajo o la
dirige ocultando la batuta?
��Oh! �Ma�ana, ma�ana lo ve-
remos!
Pero no satisfecho sin duda de
este juicio, formula el siguiente:
�Todo iba bien entre Elena y
el capit�n. Lleg� la famosa viuda
y las varas del capit�n pasan a
�sta, que las toma con singular
aplomo. La pobre rubia entonces
se indispone, o lo aparenta, y aban-
dona la partida. De aqu� la sa-
tisfacci�n que se pint� en el ros-
tro de Carolina, al verse due�a del
campo.
En cuanto a la mirada que lan-
z� Enrique a la camagueyana, no
destruye mi hip�tesis.
Un marido que ama a su mujer,
y Villablanca no puede menos de
adorar a la suya, sope�a de beli-
tre, debe resentirse de que otra
brille m�s que la suya con menos
titulo, y comprendiendo las envi-
diosas provocaciones de Carolina y
el sufrimiento que ocasiona a su
esposa, la Justa indignaci�n ha po-
dido traslucirse en su mirada.
A este punto llegaba Eduardo de
su soliloquio, cuando al volver la
vista en busca del capit�n, obser-
v� que �ste salla del patio y del
coliseo.
��Diablo! �exclam�. Ciertos
son los toros. Se va tras ella.
Imagin� luego 'que �ste pod�a
muy bien no ir en seguimiento de
Elena sino de Elvira, que ya en
su ventana, se cansarla de espe-
rarle; y sall� con m�s diligencia
de enamorado que teme, que con la
de simple curioso que observa aje-
no asunto.
CAPITULO VIH
Esrrna de amor que siempre Ha-
br�a concluido m�s o menos como
concluye.
Caminaba Eduardo m�s que de
prisa, cuando dio con el capit�n.
Platicaba �ste con otro oficial en
una esquina; pero como todo, se-
g�n parece, debe concldir con sus
sospechas, la dicha esquina es pre-
cisamente la m�s pr�xima a la mo-
rada de Elena, y otro nuevo Inci-
dente viene n excitar m�s su cu-
riosidad.
Enrique de Villablanca sale de
su casa y dir�gese sin vacilar ha-
cia la esquina en que el capit�n
P�rez platica con su compa�ero,
salud�ndole al paso y continuando
su marcha, no sin que a poco el
referido capit�n termine el di�lo-
go con un breve "adi�s" para en-
trar en casa de Elena con el "sans
fac�n" del que penetra en terreno
propio. Nuestro amigo qued� poco
menos que estupefacto, murmuran-
do estas palabras: �Qu� osad�a!
�Cu�nto descaro! �La cosa es ya
evidente!
y tras estas malhumoradas ex-
clamaciones, qued� observando, has-
te que, cuasi perdida la paciencia,
vio salir al capit�n m�s que de
prisa.
��Una Ilusi�n de menos! �ex-
clam� no poco" amostazado.� Crea
usted en la fe conyugal, en el amor,
�y yo que pensaba en casarme!
�Para el diablo! De aqu� en ade-
lante no har� m�a el tonto a lo
Manilla; ni don Juan de Mara�a
ha de excederme.
Tratando a las mujerea como
(trapo
que no es Justo, �Canario!, que en
(el mundo
del bigote se burle un gusarapo
alarde haciendo de su...
y no pudo redondear la conso-
nancia, por no venirle en mientes
vocablo que cuadrase a su prop�-
sito.
�Vamos a ver �a�ade� a El-
vira, que estar�, por no verme, in-
consolable. Vamos a contentarla.
Aprovechemos esta ocasi�n para
cumplir con esa In�s a quien este
don Juan tratar� de convertir en
Ana de Pantoja. Asi trocaremos en
terreno productivo el amor que me
profesa, seg�n dice, pues todas son
iguales.
A poco de andar, divis� la ven-
tana de Elvira abierta a�n. y to-
siendo �l, present�se aqu�lla, d�-
cil como siempre al reclamo amo-
roso de su Eduardo.
Eduardo.�(Con sarc�stica sonri-
sa.) �Has llorado mucho, tortoll-
Ha m�a?
Elvira.�A tu yerta despedida de
ayer, une las horas que he pasa-
do esta noche dudando de tu vuel-
ta.
Eduardo.��Pobre Callpslto m�a,
que no has podido consolarte de
la partida de tu Ulises!
Elvira.�Tambi�n has solido lla-
marme tu Laura y tu Isabel y tu
Elo�sa.
Eduardo.�SI te disgusta el nom-
bre de una diosa, te llamar� Arml-
da, la de los jardines encantados.
Elvira.��La maga enga�adora?
�y por qu�? �Oh!, no eres el
mismo, tu iron�a me hace da�o,
tus palabras me matan.
Eduardo.�Lo mejor es que no
seas Armida, para no ser yo el po-
bre Reinaldo; prefiero que me lla-
mes tu don Juan.
Elvira.�Eduardo, t� no me amas
ya. Terrible es este secreto para
mi; pero tu desd�n, tu injusto sar-
casmo me lo revelan.
Eduardo.�Ojal� que asi fuese.
Amelas usted, ll�velas usted al al-
tar crey�ndolas Pen�lopes, para
que luego, nuevas Elenas, se va-
yan con el primer Par�s que las
haga caranto�as.
Elvira, al o�r estas palabras, con-
templa a Eduardo con estupor y
rompe luego en doloroso llanto.
El joven se habia propuesto, se-
g�n se v�, tratar a su novia como
terreno de conquista; pero, cansa-
do ya sin duda de martirizarla, o
porque a su buen coraz�n no cua-
dre el papel de desalmado que se
ha Impuesto, comienza a ceder de
su prop�sito. Sin embargo, para
no entregarse del todo, o por no
hacerlo sin la gradaci�n oportuna,
exclama:
Eduardo.��Dices que me amas?
�En d�nde est� la prueba? Ese
llanto me hastia, esas quejas me
Importunan: tu cara y papel de
victima acabar�n por ahuyentar-
me.
Elvira.�Esta cara te ahuyenta,
porque despierta en ti el remordi-
miento. Pero a todo estoy resig-
nada, puesto que te molesta mi
quebranto: sufrir� y callar�. �Es-
t�s ya contento?�aftade sec�ndo-
se las l�grimas.
Esto era superior a las fuerzas
de Eduardo.
Los burladores son hombres de
coraz�n est�ril, en que si brotan
flores, ion hijas del cuidado y ar-
tificio. �Quererse meter a milano
teniendo coraz�n de paloma!
Eduardo sent�ase conmovido, y
si bien el recuerdo de Elena y la
sospecha de su culpa pugnaban
por tornarle esc�ptlco, concluy� por
decirse lo que tarde o temprano se
hubiera dicho. �Lo de Elena no
pasa de sospecha. Y. adem�s, no
todas deben ser iguales.
�Qui�n, al contemplar esta El-
vira, puede dudar de que me ama?
�C�mo negarla el amor que est�
mereciendo? �Oh!, no, no su alma
es tan sincera o acaso m�s sincera
que la m�a. Peque Elena en buena
hora, �qu� tiene que ver la una
con la. otra?
�Oh!, duda, maldita duda: eres
hija del infierno!
Todo esto piensa nuestro man-
cebo ante la ventana de Elvira, y
ella calla y presencia aquel mudo
soliloquio de que debe, como de
triste proceso, salir su sentencia.
Su mirada tiene lal expresi�n de
temor y de esperanza que viene a
ser como el afilado puente de Ma-
homa junto al cielo. �Pero aquel
esperar y temer la hacen tan be-
lla!...
Eduardo ley� en aquellos ojos, al
trav�s de una l�grima que suspen-
sa en ellcs, dudaba si correrla de
dolor o de ventura, estas dulc�si-
mas palabras: "Cr�eme y vivir�";
y asiendo una de aquellas manos
que parec�an puestas all� para sus
labios, exclamo: �Perd�n, "te ado-
ro".
Y parte Eduardo, y de lejos ya.
ante la luna que, acabando de li-
brarse de tediosa nube, brilla cari-
�osa, la env�a otro adi�s, que no
se pronuncia, sino que ss siente.
La instalaci�n de la Directiva...
(Continuaci�n de la p�g. 6)
Rojo, quien pronunci� un bello dis-
curso a nombre del Alcalde se�or
Agapito Padilla y de la adminis-
traci�n Municipal, discurso que le
mereci� c�lidos aplausos de todos.
"Me siento sinceramente abruma-
do", �dijo� "al encontrarme ha-
blando delante de personas de ele-
vada cultura, y me siento abruma-
do por el honor de que he sido ob-
jeto. Pueden estar ustedes seguros
de que a nosotros se nos abre el
coraz�n de alegr�a en estos momen-
tos y que estamos ciento por cien-
to en la defensa de 'a escuela y del
hogar, como todos los buenos hijos
de este pala quieren para nuestro
querido Puerto Rico."
La se�orita Raquel Escabl, prin-
cipal de la escuela Curry, dio lec-
tura a una resoluci�n aprobada por
la Asamblea Municipal declarando
hu�spedes de honor a los distingui-
dos visitantes. A nombre de laa
Asociaciones de Padres y Maestros
de Cabo Rojo hablaron los se�ores
Caplstrano Pab�n y Manuel A. Na-
zario. Tambi�n hizo uso de la pa-
labra el se�or Jer�nimo Irizarry a
nombre de las Asociaciones de Pa-
dres y Maestros de Lajas.
HABLA EL PRIMER
VICEPRESIDENTE:
Consumi� un extenso turno el se-
�or �ngel R. Feliberty, primer vice-
presidente de la Liga Insular. Hi-
zo alusi�n al hecho de que aus me-
jores deseos y entusiasmos eran ver
a la Liga pr�spera y feliz. "Hemos
laborado algo, bastante", dijo el se-
�or Feliberty, "pero nos falta mu-
cho qu� hacer. Necesitamos una
consonancia entre todos de lo m�s
s�lido para que la prosperidad de
la Liga no se vea obstaculizada
por disidencias y disenclones entre
nosotros mismos. Con una Directi-
va como �sta, tan llena da hom-
bres cultos y buenos, no se puede
esperar otra cosa de la Liga Insu-
lar de las Asociaciones de Padres
y Maestros de Puerto Rico." Al ter-
minar su discurso el se�or Feliber-
ty, p�rrafos del cual hemos trans-
crito, fu� c�lidamente ovacionado
y felicitado.
INFORME DE LTESORERO:
Para contestar a nombre de la
Directiva e informar sobre el esta-
do de cuentas puso el se�or Estra-
da en el uso de la palabra al se-
�or Guillermo Navarro Cifrantes,
Tesorero de la Liga. Hizo �ste hin-
capi� en que la Liga debe encau-
zar sus miras hacia la formaci�n
del car�cter y en la uni�n de los
padres y maestros de Puerto Rico
en pro de la causa educativa. Al
terminar de hablar, el se�or Na-
varro Clfuentes fu� muy aplaudi-
do. El Informe del Tesorero revel�
que la situaci�n econ�mica de la
Liga es muy apremiante. Todo el
dinero con que cuenta la Liga con-
forme a este informe que fu� apro-
bado por la Directiva, es de cerca
de cincuenta d�lares solamente.
"Lo que Indica", dijo el Tesorero,
"que tenemos que hacer algo para
buscar fondos."
LA ORDEN DEL DIA:
Entonces el se�or presidente lla-
m� los' asuntos por la orden del
dia. El primer asunto discutido fu�
un programa para adquirir socios
cooperados ofreciendo incentivos.
A esto se opusieron los delegados
se�or Gumersindo Cordero, Supe-
rintendente de Escuelas de Gu�ya-
me, y el se�or Jos� Rodas de Gua-
n�es, quienes hablaron en contra
del proyecto seg�n estaba redacta-
do. El se�or Cordero no estaba de
acuerdo con lo de los Incentivos.
En este momento el se�or Estrada
abandon� la presidencia para dis-
cutir en el. "floor" el proyecto. El
primer vicepresidente de la Liga
se�or Feliberty ocup� entonces la
presidencia por primera vez en es-
te a�o. El se�or Estrada habl� di-
ciendo que este programa para
conseguir socios cooperadores ha
bla sido preparado por la Directiva
y esperaba que el mismo tuviese
�xito porque en Puerto Rico todos
nos conoc�amos y cuando a algo
se le pon�a alg�n Incentivo en se-
guida todos correspond�amos. "Y
esto es sensible decirlo" �dijo�
"pero si vamos a quitar lo de los
Incentivos esto es, -jue se ofrezcan
pianos, autom�viles, radios, etc., a
cambio de las donaciones, nadie
responder� y la campa�a ser� un
fracaso, y el a�o que viene tendre-
mos solamente doscientos d�lares
y no dos o tres mil que es lo que
yo creo que obtendremos por estos
otros medios. Hay casos valiosos
en que el fin justifica el medio,
cuando esos medios son buenos, y
�ste es un caso palpable en que el
fin justifica, los medios." El Ledo.
Guillermo Lamour, secretario de la
Liga, tambi�n habl� en favor del
proyecto. Entonces se llev� a vo-
taci�n y el mismo fu� aprobado por
gran mayor�a. El se�or Gumersin-
do Cordero present� su renuncia;
pero la misma fu� rechazada un�-
nimemente por la Directiva y reci-
bi� un aplauso en prueba de con-
fianza y simpat�a.
OTROS ASUNTOS:
Otro asunto que se aprob� por
una gran mayor�a fu� el que la
Liga Insular se afiliase al Con-
greso Nacional de Padres y Maes-
tros a proposici�n del delegado que
suscribe estas notas �moci�n que
hizt suya el se�or Jer�nimo Iriza-
rry, delegado propietario por el
distrito de Mayag�ez.� El Sr. Es-
trada inform� sobre corresponden-
cia recibida de los Estados Unidos
en relaci�n a los grandes benefi-
cios que recibir� la Liga al afiliar-
se al Congreso Nacional.
Se decidi� que la pr�xima reu-
ni�n de la Directiva fuese en San
Juan. Tambi�n se aprob� una re-
soluci�n para solicitar de la Legis-
latura Insular el que se apruebe
un proyecto de ley creando una
Junta Consultiva de Instrucci�n en
la cual la Liga tenga representa-
ci�n. Se acord� adem�s que el pre-
sidente se�or Eloy Estrada conti-
n�e laborando un plan de moral y
buenas costumbres para ser Intro-
ducido en las escuelas p�blicas de
la isla como asignatura.
La reuni�n termin� a las dos de
la tarde despu�s de acordarse el
env�o de un memorial a la Legis-
latura y de expresar al pueblo de
Cabo Rojo las gracias por su gen-
tileza.
FIN DE FIESTA:
El entusiasmo que rein� en este
acto fu� vivo y cordial. Despu�s,
los concurrentes fueror obsequia-
dos con un almuerzo criollo, y, al
son de una tiplea orquesta, se dis-
frut� de una tarde de alegr�a en
una de laa playas m�s po�ticas de
Puerto Rico: la playa de Boquer�n.
F. A. BECERRA
La mano parte del labio, y el
cefirillo trae y lleva en sus alas
cierto rumor muy dulce, que en
vez de Ir al o�do se va a sus co-
razones.
�Y qu� pensar� el lector del In-
ter�s de Eduardo por lo tocante
a Elena? �SI ser� Injusto en creer.
se respecto de Elvira tan sincero
como afecta? En este momento lo
Imagina, lo jurarla y habremos de
creerle.
Pero ac� para internos: cuando
los cuarenta a�os juzgan a los vein-
te, suelen exclamar: ��Oh! �Fal-
sa sinceridad! �Oh! �Dulce e in-
comprensible elasticidad de la Ju-
ventud!� Raz�n tiene Eduardo:
�El infierno produjo la funesta du-
da!
CAPITULO DC
Del sueno que tuvo Eduardo con
lo que creta no sentir despierto.
Son las doce de la noche en el
reloj del Ayuntamiento, cuando
nuestro protagonista se dirige a su
casa con el prop�sito de dormir
poco y madrugar mucho.
Con este fin ordena que se le
tenga ensillado al lucir el d�a, su
bello alaz�n Pajarito, y �chase en
los brazos del sue�o, cuyos hala-
gos falta le hacen por la anterior
velada.
Pero aunque su cuerpo se rinde,
su imaginaci�n, la loca de casa,
demasiado agitada para avenirse
con el reposo de las dem�s vecina�
cerebrales, se propone, mal que pe-
se a �stas, no dejarlas en sosiego.
Di�se pues, a so�ar, es decir, a
revolver el escaparate de las ideas.
�Pero a so�ar con Elvira? Na-
da de eso.
Es el dormitorio de Elena. So-
bre la mesa una l�mpara de pla-
ta con pantalla verde esparce su
luz suave por la elegante alcoba.
Varios sillones, un lecho con mag-
nificas cortinas blancas y algunos
retratos de familia que decoran las
paredes, componen el adorno de
este templo de la hermosura.
Sentada con blanda molicie en
dorado sill�n Junto a una mesa, en
que apoya su brazo de tanta blan-
cura como la nieve, la bella Elena
duerme y sue�a con el amor.
Su rostro revela los transportes
que dominan su alma. En hebras
de oro su perfumada cabellera cae
ondulante, por ambos lados de su
cuello de n�car, dejando percibir
la agitaci�n de su pecho, cuya be-
lleza puede apenas encubrir el li-
gero traje blanco.
Parece recordar aquellos versos
de Cris�filo relativos a Francesca:
(1)
Blanca la vestimenta y asaz leve
cual de casta beldad robada al
(sue�o,
dejaba casi ver la casta nieve
de un seno que negaba tener
(due�o.
�brese una puerta y aparece
Enrique. La turbaci�n se pinta en
su semblante, en sus ojos la In-
quietud.
Llega con sordos pasos y con-
\ templa un momento a E'.ena. con
expresi�n indefinible: terrible lu-
cha ocurre en el coraz�n del en-
ga�ado esposo.
La hermosa deja escapar tiernas
palabras... Enrique escucha con
avidez... Un nombre amado sale
de los labios de Elena: no es el do
Enrique. Palidece �ste, convulso de
furor saca un pu�al... �va a he-
rir! Contl�nese de s�bito y ahoga
I un gemido que nace de su rabia...
Da dos pasos atr�s, cierra los
' brazos sobre el pecho y permane-
ce inm�vil y fr�o como una esta-
j tua.
Esta escena tortura horriblemen-
te a Eduardo. Quiere acudir en
socorro de Elena... �imposible! No
le es dado moverse. Quiere apartar
la vista de aquel terrible cuadro;
pero sus ojos no obedecen. La fi-
jeza con que miran parece hija de
la fascinaci�n. T�rbase al cabo su
vista, y s�lo percibe semblantes de
muerte y sombras horrorosas...
Va oscureci�ndose la habitaci�n.
Las paredes se tornan enlutadas;
I aqu� y all� l�gubres fantasmas se
mueven seg�n se agita la agoni-
zante luz. Los retratos de alcoba
parecen animados y como si qui-
sieran descolgarse.
Enrique, l�vido, con las facciones
espantosamente contra�das, levanta
el acerado pu�al que parece de
fuego...
Eduardo hace un supremo esfuer-
zo para arrojarse entre el brazo y
a victima: no logra moverse...
Cae el pu�al sobre el pecho de Ele-
na, y la sangre salpica la frente
de Eduardo tan fria como el hie-
lo... una mano de hierro le opri-
me el coraz�n, muere en sus la-
bios un grito y desfallece...
Se hall� en su cama: lat�ale el
pecho con violencia, y nevado su-
dor ba�aba sus sienes... La vi-
si�n habla desaparecido...
�No seria esto en la agitada men-
te de Eduardo la ad�ltera afici�n
que en �l so�aba?
El no acertaba a explicarse el
por qu� de su sue�o; acaso nace
esto, se dijo, de que me ocupe con
af�n sobrado en la persona y aven-
turas de esta mujer.
Tal vez Elvira habr�a podido
darle la clave del enigma, aunque
nada satisfecha de semejante sue-
�o.
CAPITULO X
En marcha de nuevo hacia la bella
casita misteriosa.
El sol comienza a dorar los al-
mendros del paseo de Puerta de
Tierra derram�ndose en chispas
abrillantadas y juguetonas sobre
los objetos h�medos a�n por el ro-
clo de la ma�ana. Las hojas y las
ramas se ven mecidas suavemen-
te por el terral que se despide pa-
ra dar lugar m�s tarde a la brisa
de los tr�picos, y que trae de la
opuesta orilla de Catafto, Pueblo
Viejo y San Patricio, los aromas
de las selvas que tan frondosamen-
te la coronan: sin que desentonen
la armon�a del cuadro, pues antes
bien contribuyen a la variedad m�s
agradable, las Islas de Mata Re-
donda con sus apacibles canales y
pintorescos almacenes sombreados
de arboleda; las embarcaciones de
diverso porte y forma que, rega-
das por el puerto, le prestan cierta
alegre animaci�n; las ligeras bar-
quillas que los surcan, desliz�ndo-
se con sus henchidas alas de lona
sobre los azules cristales rizados
suavemente, y alguna vela que por
entre los verdes manglares, ahora
dorados por el sol que va nacien-
do, se descubre a lo lejos, como
la blanca gaviota que se cerniese
por lo bajo para rastrear mejor la
presa. Las yerbecltas aparecen co-
mo si risue�as despertaran ante la
rosada hora del dia; pero tr�mu-
las como el c�firo blando que las
agita, parece que se apresuran a
esconder y preservar del rayo del
sol que penetra entre sus grupos, y
cual preciosa perla, la gota de ro-
clo que acaba de refrescarlas. Las
avecillas que han establecido su
morada, ya entre los pr�ximos
manglares, ya en la otra orilla del
puerto, alegran a su vez la ma�a-
na, con aquel cantar que tan bien
cuadra a la serenidad del cielo y
� la frescura de los campos. Todo
esto, si bien puede presenciarse con
Indiferencia, y hasta con melan-
col�a, por el estado del coraz�n
respectivo, no es posible que haya
quien, fuera de estas condiciones
(1)�"La Sataniada", Canto V�
A. T. y R.
deje de comprender su encanto, y
viene a producirse en el alma po�-
tica, que se fija en el cuadro y le
contempla con la risue�a sereni-
dad.
Y si en la edad cuyas misterio-
sas emociones y aun extravagan-
cias, tratan de pintarse en esta le-
yenda, salimos a contemplar en los
campos una hermosa ma�ana de
primavera, �qu� no habr� de pa-
recemos, si la noche anterior ha
dejado en nuestro �nimo la luz de
unos ojos que prometen amor, de
una sonrisa que nos ha brindado
un cielo, de un talle seductor que
se meci� en nuestros brazos al
comp�s de la danza encantadora?
Pero Eduardo, que lo atraviesa
galopando en su sereno caballo Pa-
jarito, pensaba sobrado en el sue-
�o o pesadilla de la pasada noche,
para ocuparse en la contemplaci�n
de la belleza campestre; y aban-
donado el alaz�n a su capricho,
hollaba, ya la carretera, ya la ver-
de grama, sin que el Jinete, de pu-
ro absorto, dejara de rozarse a ve-
ces con las arboledas del camino,
recibiendo, sin echarlo de ver y
como a manera de llovizna, el al-
j�far que la aurora; acababa de
posar sobre las ramas.
La casita misteriosa sirve de me-
ta a su prop�sito y el recuerdo de
Elena ocupa su memoria. La na-
turaleza no existe en aquel monten
to para su alma que s�lo v� una
mujer. �Pobre Elvira!
Atraviesa el puente de San An-
tonio sin fijarse en aquel precioso
lago, cuya superficie, rizada en par-
te por las auras matutinas, y en
cuyos rizos se quiebra la luz de
sol formando mariposlllas de oro.
parece en otras por lo Inm�vil, de
puro cristal, y como Incrustada en
�l alguna barquilla pescadora.
Las po�ticas quintas "El Olimpo
y la "Arcadia", cuyos nombres les
cuadran tan bien por lo apacible
y pintorescos de aquellos lugares,
no bastan a detener su atenci�n.
�Cuan diferente ahora su �nimo
de otros d�as en que cabalgaba por
tan agradable camino, se paraba a
contemplar las palmas que se me-
cen a orillas de la cnsonuda que
forma el Condado! Aquellas pal-
mas le representaban a su Elvira
que llevaba en mientes, y para
quien sol�a traer, de retorno, el ra-
mo de flores cogido por �l mismo
en los jardincillos de las cercan�as.
Ahora s�lo piensa en Elena y su
aventura, anhelando llegar a la be-
lla casita misteriosa, para ver Ue
aclarar aquel enigma que va in-
teresando a su fantas�a m�s de lo
natural y conveniente.
Pensando en esto, cruza la calle
de mangos, pasa el puente de 1*
Aurora, y llega a la quinta, obje-
to de sus miras, resuelto a buscar
mejor atalaya que la del d�a ante-
rior.
Despu�s de vacilar algunos ins-
tantes, como quien compara y es-
coge, se decide a penetrar, y lo
verifica, en un corral Inmediato a
la casa; una vez all�, desm�ntase
y ata su caballo de un �rbol, que,
con otros formando grupo, pudie-
ra en todo caso ocultarle o darle
sombra; y cuando se dispone a
saltar la vecina cerca, el negro
guardi�n le sale al paso.
Eduardo.��Se alquila esta casa?
Guardi�n.�Los blancos vienen
pronto a ella de temporada.
Eduardo.-�Y lt del lado, qui�n
la ocupa?
Guardi�n�Lo ignoro, se�or.
Eduardo��Has visto entrar en
ella ayer de ma�ana a una se�ora
con velo verde?
Guardi�n�No, se�or.
Eduardo��Podr�a yerse desde es-
te corral el Interior de esa casa?
Tengo entendido que hay en �l
muchas flores. Si pudiera pasar a
�l sin que me viesen...
El negro lleva la mano a la fren-
te en son de dificultad, aunque,
por complacer al caballero que le
habla afable, tendr�a gusto en alla-
nar todo tropiezo.
Eduardo�La quinta est� desha-
bitada, aunque contenga muebles
para el caso contrario. Las flores
van perdi�ndose sin duda, y qui-
siera llevar a mi hermana algu-
nas para el baile de esta noche.
SI yo, por ejemplo, (da al negro
un par de pesetas) saltase la cer-
ca y me viese en el Jard�n, podr�a
escogerlas a mi gusto. En tanto
t� me dejarlas abierto este corral
para dar salida a mi caballo...
Un segundo argumento moneta-
rio, es decir, otras dos pesetas, for-
mando un peso, quitaron a! pobre
guardi�n el peso de la conciencia:
si bien es verdad, que saltar una,
cerca para coger flores y dejar una
puerta abierta para la salida de un
caballo, son cosas sobrado Inocen-
tes para dejar de poner alg�n pe-
so en el bolsillo, que por falta de
peso alguno, Iba torn�ndose m�a
y m�s rugoso, m�s y m�s in�til.
Era dar alg�n objeto al tal bol-
sillo, ya que la costurera del pan-
tal�n, previendo por Instinto se-
mejantes casos, le puso all�.
Hablando el negro, concluy� por
dejar hacer y aun hizo algo tam-
bi�n tarea bien f�cil: prometien-
do callar lo que no le conven�a de-
cir sali�se como para no ser c�m-
plice de aquel asalto, y dej�se
abierta la puerta, sin duda por ol-
vido. �Y qu� fata hacia en aquel lu-
gar ai tenia que salir a sus faenas?
Eduardo salt� la cerca con ayu-
da del negro, que qued� diciendo:
�lUn peso por dejar de coger
algunas flores! �Caprichos de los
blancos! Pero ellos son blancos y
se entienden. Vamos, Teodoro, t�
nada has visto; vate a dar agua a
tus dos vacas.
CAPITULO XI
Ya estamos dentro, y a ver qu�
vemos.
Ya est� Eduardo en la mansi�n
de sus ensue�os. �C�mo palpita su
coraz�n!
El patio de la casa est� sombrea-
do por flamboyanes cuya verde fi-
ligrana se v� adornada de la m�s
hermosa p�rpura: por almacigos,
en cuyo aterciopelado tronco se en-
reda el Itamo: por tamarindos de
redonda copa, y por mameyes que
en forma de pir�mide se cubren
en cierta �poca del a�o de vistosas
flores, contrastando sus renuevos
verdegay con la esmeralda de sus
viejas hojas: ya en sim�tricas ca-
lles, ya en grupos pintorescos a
manera de bosqueclllos; al paso
que en arriates y cantero*, las va-
riadas rosas esperan la amartelada
cantur�a de su amante ruise�or: el
nardo rivaliza con el clavel en los
olores, y el jazm�n y el resed�, eno-
moran la brisa embriag�ndola con
su incienso. Forma el Itamo las
vallas de los arrletes, y la "lluvia
de coral" las esmalta: concurrien-
do una y otra calle, en que la luz
del sol no puede penetrar sin de-
jar ante aquellos doseles pintores-
cos la fuerza de sus rayos, a la
formaci�n de una glorieta situada
en el centro del patio y -cobijada
a su vez por el array�n bals�mico,
entapizada por el blando c�sped y
adornada de divanes c�modos para
sentarse a gozar de aquel encanto.
Por lo que ata�e a la casa, vis-
ta desde all�, presenta una puerta
en el centro con breve escalinata
que conduce al patio. El ala de
poniente contiene sin duda las ofi-
cinas dom�sticas, cerradas entoi:
ees; en tanto que en la de cr�ente,
v�nse dos ventanas que serian tal
vez de los dormitorios.
Eduardo, tras de algunos mo-
mentos de Indecisi�n, escoge para
sus fines una enorme acacia, for-
mada por los a�os y respetada por
su hermosura cuando se edific� la
quinta, desde cuya copa frendosa
y elevada puede atlsbar seg�n su
objeto.
P�solo por obra, y ya era tiem-
po, pues no bien trepa y se aco-
moda entre sus ramas, sentado en
lo que m�s resistente Juzga, cuan-
do, abierta la puerta que mira al
campo, v� que el cochero del dia
anterior, ataviado en la misma for-
ma, cruza el Jard�n, dir�gese a la
casa r�pidamente, abre la puerta
del centro y traspone sus umbra-
les.
Pocos momentos despu�s, torna
el cochero dejando abierta la puer-
ta que le dio salida, y v�se por la
trasera del Jard�n que cierra cui-
dadosamente.
�brese luego una ventana, a que
el �rbol que sirve de atalaya a
nuestro amigo presta sombra, y no
sin emoci�n de su parte descubre
a... �Elena!
Una r�pida mirada hacia los con-
tornos del Jard�n, la dice que est�
sola. �Cu�l no habr�a sido su sor-
presa, si la turbaci�n de su esp�-
ritu la hubiese permitido alzar los
ojos hacia el �rbol en que tan de
cerca la espiaban!
Para mayor desasosiego del cu-
rioso, una calandria viene a saltar,
cantando de rama en rama, con
Inminente ocasi�n de atraer hacia
tal punto la atenci�n de Elena;
pero esta demasiado absorta en sus
pensamientos para fijarse en la
avecilla, que a su vez, y quiz� bus-
cando a su consorte que all� no
encuentra, se aleja suspirando.
Dir�gese la dama a un hermoso
pupitre de caoba y cierro de cris-
tales, que, con otros elegantes mue-
bles, adorna el aposento: abre la
papelera con una llaveclta que,
pendiente de su seno, lleva oculta.
y saca un paquetito, al parecer de
cartas, que se pone a revisar y a
leer una tras otra con doloroso
llanto.
Eduardo��Llorar� alg�n �moro-
roso desenga�o? �Ser�n sus l�gri-
mas el triste epitafio de alguna
querida tumba? �Qui�n ser� el
Ingrato? �Qui�n ser� el muerto?
Ingrato o muerto, �qu� m�s ds?
Los ingratos y los muertos, aun-
que en distinta forma, dejan el co-
raz�n triste y desamparado.
M�s de media hora pasa Elena
en tan melanc�lico entretenimien-
to. Ya busca alguna carta con
af�n, ya pasa por cima de otras
ligeramente: ora lee una desde la
cruza a la fecha: ora tan s�lo al.
gunos p�rrafos de otra. De vez en
cuando se vuelve como si temiera
la sorpresa. Por �ltimo, como si
de repente volviese en si, guarda
la cartas y cierra la papelera, con
muestras de despecho.
�El amante vive, �murmura
Eduardo�. Me lo revela ese des-
pechado movimiento: a los muer-
tos no se les guardan rencores se-
mejantes.
La dama permanece pensativa, y
suspirando luego, dec�dese a salr
con lento paso. Consagra al pupi-
tre una mirada melanc�lica, suspi-
ra de nuevo y enjugando las l�gri-
mas, deja el gabinete.
Aparece en la puerta del centro,
y bajando la escalinata ll�gase al
jard�n: su rostro con el llanto, se-
meja p�lida rosa cubierta de roclo.
Cruza el jard�n con lentitud y des-
pu�s de tomar algunas azucenas
que lleva a la nariz y al labio, v
guarda por �ltimo en su seno, en-
tra en el cenador, en donde se de-
ja caer como abatida.
Eduardo.�(Para si). �Pero sola,
est� sola! Y el capit�n, �por qu�
no vino?
A poco murmura Elena, creyen-
do no ser oida:
��Aqu� el ingrato me declar� su
amor!
��Cruel capit�n!�se dijo Eduar-
do�. �Hacer llorar de ese modo a
ojos tan bellos!
(Continuar� el pr�ximo domingo)


"*"P


IL MUNDO, SAN JUAN, F. *. � DOMINGO 1S Di FflRElO DI 1938.
19
SALVADOR D�AZ MIR�N, EL
POETA BELICOSO
Por MARIO S. AVALA
LA MUERTE de D�az Mir�n fu�
una negaci�n dt iu vida, pues D�az
Mir�n no habla sido hombre para
fallecer entre l�bana*. "rodeado de
sut laminare�", como Inform� el ca-
blegrama de Veracruz expedido pa-
ra toda Am�rica un d�a de junio,
hace nueve a�os. Debi� morir en
una pelea con bandoleroa o en un
lance de honor, accionando tu p�a-
tela con el �nico brazo que le que-
daba. El izquierdo lo habla perdido
en iu primer encuentro, a loi 22
a�os. Por una dama �tuvo que aer
por una dama� mal quitada duran-
te una partida de ajedrez, desafi� a
<-nntrincante, rev�lver en mano.
�� halas advenarlai le destroza-
ron el omoplato y desde entonces
��la mov�a la diestra, "mientras la
otra dorm�a como en un f�retro", al
decir de Rafael Heilodoro Valle,
que lo vio en los �ltimos tiempos
todav�a fiero y erguido.
Hay unos retratos de D�az Mir�n
ron anteojos, pero esos no pueden
�ae para la posteridad de un poeta
ri* su temple. El D�az Mir�n que de-
be recordarse es el de Rafael Du-
ran, en que se parece extraordi-
nariamente a NleUche, con tu mira-
da temible, con su frente ancha, con
-. p*lo abundante y los bigotes cal-
dos. "La nariz, corvina, ae exten-
d�a en la base, para dar lugar a
fosas nasales profundas, de aletas
vibrantes. Luego, un espeso bigote
ri� antiguo franco, recortado en las
puntas, y un ment�n dominante co-
mo extremo del �valo de la faz ce-
trina. Los modales vehementes, la
�ta Imperativa, el porte de altivez
v desafio". Asi lo describe Fern�n-
dez McGregor.
\o se tiene mucha aeguridad so-
bre la fecha de su nacimiento, pues
aunque ae presume que ocurri�
en 1853. D�a* Mir�n dec�a haber
venido al mundo en 1858. Se quita-
ha cuatro o cinco anos, quiz� con
algo de coqueter�a, por el af�n de
aparecer joven, que le llevaba al
artificio en plena senectud.
Su ni�ez, transcurrida en Vera-
' (M�jico), fu� promiaora de
correrlas. En aquella tierra c�lida.
de fuertes excitaciones, madur�
pronto su temperamento, tan pron-
ie sus primeroa art�culos com-
bativos le valieron una corta expul-
si�n. Por esa �poca le aconteci�
aniel incidente desgraciado, del que
�raso quiso vengarse cobr�ndose
vidas ajenas a lo largo de la propia.
�tetela �compa�era insepara-
ble fu� en adelante la ley de su
honor, la r�brica de su orgullo, el
emblema de au personalidad. Todos
los que por cuestiones pol�ticas o
personales ae atrevieron a insultar-
lo o agredirlo, recibieron el balazo
certero que los tendi� por tierra.
Piaz Mir�n, enceguecido, no les per-
donaba un minuto de vida. A veces
e! homicida arrebatado ced�a al
r.ihallern y toleraba la espera del
duelo. Pero, dada la se�al, apunta-
ba sin vacilar al coraz�n. Se re-
cuerda su lance con Manuel Macla
Mlgestl, en que �ste se salv� de mo-
rir por ei milagro de una billete-
ra que desvi� el plomo a D�az Ml-
r�n, y despu�s del cual �como
impfiendo una deuda fatal del des-
tino� un hermano del poeta mat�
a un hermano de Migonl.
Por arrogancia y por exacerba-
ci�n, por amor propio y por incon-
tinencia, por valent�a moral y por
enfurecimiento, por grandeza y por
debilidad, que todas fueron fuerzas
motoras de su acci�n borrascosa,
tuvo tantee incidencia� que a me-
nudo conoci� la desventura y la
prisi�n. Permanencia encerrado en
la de San Juan de Ul�a, en Vera-
cruz, cuando muri� su padre, don
Manuel, de hist�rica actuaci�n en
su patria. Cuenta el periodista es-
pa�ol Alfonso Camln, que lo entre-
vist� y aentla por �l una viva ad-
miraci�n: "El poeta estaba hundido
en aquel castillo feroz, desde don-
de no se perciben m�s que los co-
letazos de loa tlburonea y el clamor
de las olas que se rompen en los
muro� tr�gico� de la fortaleza. El
bardo era tan querido y popular,
que el pueblo consigui� del Gobierno
C�mo nof imaginamos
la espal�la
que le j�cara de la mazmorra pa-
ra ver el cad�ver de su padr*. En
medio de dos muchedumbres que le
abr�an paso en silencio, sall� D�az
Mir�n rumbo a la casa mortuo-
ria".
El afecto del pueblo por la poes�a
vigorosa y la oratoria grandilocuen-
te �patri�ticamente inspirada, por
otra parte-* de D�az Mir�n �"can-
tor de los desvalido�, como Hood;
hardo de la democracia, como Walt
Whitman", dice Blanco Fombona�
qued� asimismo atestiguado en una
especie-de apoteosis que se le tribut�
poco tiempo antes da morir, cuan-
do, ya enfermo, no podia asistir
personalmente al homenaje prepa-
rado.
De ouando era diputado � y na-
da menos que opositor de Porfirio
Diaz, que lo habla apoyado creyen-
do poder captarse su verbo sono-
ro� le quedaba la fidelidad servi-
cial de un tal don Carlos, testigo
de �u< andanza� y quijoter�as. Por
ah� se le ocurr�a a D�az Mir�n sa-
lir e npersecuci�n de bandidos, ca-
pitaneando una patrulla, como en
el caso del c�lebre malhechor San-
tan�n, cuya cabeza prometi�, aun-
que jam�s pudo lograrla. Bueno,
cuando recordaba esas salidas, re-
fi�rese que consultaba a don Car-
los:
�Esa vez mat� personalmente a
cinco de lo� bandidos, �verdad?
Y don Carlos respond�a:
�Don Salvador, acu�rdese que
los bandidos muertos fueron seis.
Muy conversador, D�az Mir�n so-
l�a olvidarse del tiempo; los inter-
locutores deb�an inventar estrata-
gema� para escurrirse de sus pl�-
ticas, en las que gustaba evocar
su biblioteca de cl�sicos, avalorada
por supuestas ediciones principes y
saqueada por sus enemigos en Jala-
pa
En cierta ocasi�n manten�a su
"mon�logo" con Francisco Sosa, di-
rector de la Biblioteca Nacional, a
quien quer�a leerle los versos de
�u libro "Lascas", a�n in�ditos, cuan-
do el oyente manifest� tu decisi�n
de retirarse, urgido por otras tareas.
D�az Mir�n sac� su pistola y en,
tono amenazador le replic�:
��Ahora te voy a leer todo el li-
bro!
Es la an�cdota m�s Inocente que
conocemos del arma de D�az Mir�n.
Llevaba siempre un camafeo con
la efigie de Napole�n, y se compla-
c�a en describir la batalla de Aus-
terlitz. Alguien lo Interrumpi� una
vez:
�;.Y Waterloo?
�Estoy hablando de Napole�n,
no de Wellington.
No era cosa de insistir.
Sin embargo, en. una oportunidad
prefiri� gastar con un enemigo una
cruel Iron�a a gastar una bala. Se
trataba de un poeta de segundo '
orden, .bastante osado como para '
mofarse de "Lascas", la obra po�ti-
ca m�s querida por el propio Diaz
Mir�n. Un buen d�a �ste enconir� i
al critico y se las compuso de tal .
manera que lo llev� a su casa. Y
frente a la biblioteca, dcspup> de un '
suculento almuerzo, comenz� a en-
senarle los cl�sicos: Homero. Dan-
te, Virgilio, Cervantes, Shakespea-
re... y. de pronto, un libro del po-
bre poeta.
�As� es la vida �exclam� con'
sorna. Yo lo tengo a usted entre
tales maestros, mientra� usted �e
ha burlado de "Lascas".
Lo� versos de D�az Mir�n reco-
rr�an en su tiempo todo el conti-
nente. Se lo lleg� a considerar un
poeta sin precedente y sin continua-
ci�n, el primero de M�jico. Amado
�ervo, a cuyo lado est�n su� res-
tos en la Rotonda de los Hombres
Ilustre�, ponderaba su "expresi�n
adecuada a todos los �mpetus". De
�l quedan "A Gloria" y otros ver-
sos que a�n es posible escuchar en
los festivales de recitaci�n, y el re-
cuerdo de aquella pistola 44 que el
dia de su muerte �una muerte co-
m�n, horizontal, sin sobresaltos�,
descans�, por fin, sobre la mesita de
luz.
Se llama Carmen, y nunca sa-
bremos nosotros llamarla dt otra
manera. Es l�stima, puta la espa-
�ola tiene nombre� encantadores:
Dolores, Remedio�, Soledad, Pilar.
�Las hay que as llaman Circunsi-
si�n, y que son adorablts! Esos
nombres deliciosos tienen diminuti-
vos suaves como el ala de la pa-
loma, y en la c�lera amorosa ad-"
quieren una extraordinaria sono-
ridad. Pero ellos no existen para
nosotros, porque l� espa�ola se lia*
mar� siempre Carmen, y contra
esto nada podemos. Ojos negros,
demoniacos; una boca voluptuosa:
zumo de cl�vele� en el dia, y des-
tello en la noche. Su piel, dorada
como una naranja, tiene perfume�
marinos. Es delgada (digo como la
imaginamos), nerviosa' y flexible,
y s�lo se muevo para el amor y
la danza. Con la� caderas y les
hombros apretado� por su mant�n
de largaa franjas, pasa desde�osa;
lleva una canci�n en los labios, y
con un gesto da su abanico arroja
al arroyo loa homenajea. Por la no-
che, sentada detr�s de la roja de la
ventana deja deslizar entre los jaz-
mines y las rosas las tinieblas cen-
telleantes dt su mirada. Iglesia, te-
ros, cabaret de Sevilla, risa; y cas-
ta�uelas: esto constituye toda su
vida y todo su plactr. La Virgen la
protege.
Ignorante, ella no conoce del
mundo sino las palabras dt amor
y de muerte. Aprendi� a escribir
tan s�lo para sus intrigas amoro-
sas, y escribe �nicamente con san-
gre. Sembrada de cad�veres est� la
perfumada ruta sobre la cual se
posan sus pies diminutos. Por ella
se matan los hombres, sin qut tila
los conozca siquiera. R�e, y es pro-
vocadora su risa.
Se ofrece, para rechazar lutgo.
Cuando hace nacer la esperanza,
es para descorazonar en seguida.
A veces, ccd'endo a su capricho,
suele darse, pero au don es funes-
to. Cuando dice "yo te amo", y el
brusco beso que tila, pone en los
labios escogidos es una toma de
posesi�n. Su beso tiene sabor de
sangra, y el hombre que lo recibe,
siente fundirse en su boca todas
las fuerzas y toda la voluntad. La
Invisible maneclta que lo acari-
cia, esconde un pu�al. Es celosa a
la manera de los Conquistadores.
No le basta que su amante sea
fiel: si otra mujer lo mira, ella
lo mata!
La audacia de sus miradas testi-
monia la audacia de iu coraz�n.
El ardor de sus palabras, el calor
de su aliento, la flexibilidad de sus
brazo*� cargados de brazaletea, la
agilidad de su cuerpo, la irritante
locura de sus arranques, su� arre-
pentimientos, sus Injustas c�leras,
traducen los movimientos de su
sensualidad. Imperiosa, imperial,
sabiendo, por orgullo, mostrarse su-
misa al hombre a quien domina,
no viviendo sino para el amor, y
estando siempre lista para morir
por �l, nos parece que ella no de-
be envejecer jam�s y que siempre
ser� Carmen.
Max DAIREAUX
�S�-------------------
Preverbio� �rabes
Cuento para ni�os
La boina colorada
Un rat�n tuvo una boina colora-
da, �y ya no la tiene!
? astas primeras palabra� del
relato, sus tros nietezuelas, que so
hablan arrellanado en un mont�n-
cito de paja para escuchar c�mo-
damente, se miraron con disimulo
o hicieron un gesto de resignaci�n,
como dici�ndose.
"�Serm�n tenemos!" Puta se
acordaron al Instante de una boina
roja que entro las tres hablan con-
vertido on papilla mastic�ndola por-
fiadamente, buscando en vano el
roerte sabor que deben tener to-
s�as las cosas do color rojo.
�La� coaaa valen por lo que
cuestan �agreg� sentenciosamen-
te.
��Qu� le pas� a esa boina?
�Qui�n se la comi�?
�Nadie. Esa boina ��iganlo
bien�, esa boina la trajo el viento
y el viento se la llov�.
��Y qu� m�s?
��Le� parece poco? Sin embar-
go, eso os muy Instructivo.
Las tres ratitas hicieron con el
acostumbrado e in�til disimulo,
otro gesto de resignaci�n. Estaban
"hasta aqu�" de cosa* Instructivas.
��El viento la trajo y el viento
�e la llev�!�repiti� con tono gra-
vo la abuela�. Y vayamos al gra-
no.
Las nietas miraron instintivamen-
te hacia un mont�n de ma�z fres-
co.
��Quietas! "Vayamoa al grano"
no quiere decir que vayamos al gra-'
no, sino que escuchen. Bien! este
era un rat�n que nunca se habla
distinguido en nada, ai para atr�s
ni para adelante, quiero decir, ni
en malo ni en bueno.' Lo saludaban
al pasar, pero despu�s que habla
pasad�, nadie ae acordaba de �l.
Poca cosa, en fin. Un dia de mucho
viento sali� a desperezarse a cuatro
�aaltos de su cueva, y do pronto vl�
venir, saltando y rodando, una co-
sa colorada.
��Una bolna� ��aclamaron a
coro.
� -Jlan adivinado, paro no sdlvl-
.-j>en m�s y punto en boca. Queso
' \. � �� �
meterse en la cueva hasta que pa-
sara el peligro rojo, pero el vien-
to fu� m�s ligero y le puso la boina
en la cabeza �da pena decirlo�,
como si fuer� un hombre. Entr� en
la cueva y lo primero en que pen-
s�, antes de que se le acabara el
�usto, fu� quitarse la gorra de dos
manotazos. Cuando Iba a hacerlo,
se le ocurri� observar ti esa cosa
roja pinchaba o quemaba. Y diosa
cuenta no s�lo de que no le hacia
mal, �ino de que con ella parec�a
menos molesto el viento que se co-
laba en la cueva. Resolvi� quedar-
se con la boina puesta. Al fin y al
cabo, en cualquier momento podr�a
quit�rsela de un manotazo. Ido el
viento, so asom� a la cueva con la
boina terciada y no tard� en adver-
tir que a las cuevas vecinas le a�o-
maban ratas y detr�s de
�stas otras, y que todas lo mira-
ban con marcada curiosidad. �A �l,
s�lo a �l! Sall� un poco m�s, y laa
otras, a su vez, salieron. Algunas
se le acercaron. Y �ste, que hasta
una hora antes era un cero a la
izquierda, comenz� a �ir toda clase
de comentarlos que. so refer�an a
�l.
��Tiene una cabeza encima de la
otra! �exclamaba, tama�os los
ojos, una ingenua.
��Calla, tonta! Le ha salido me-
lena. Es un le�n. -
Los m�s entendidos dec�an;
�Es un adorno como tantos otro�
que recogemos y llevamos a la ca-
sa. Un adorno magnifico, no hay-
duda.
Era, efectivamente, el distingui-
do entro millares. Recib�a obsequios
como �l fuera*.ofrendas, miraba des-
de�osamente a ia misma luna.
Asi las cosas, sall� a pasear un
d�a sereno. Desde una legua, me
imagino, ae divisaba la viva man-
cha colorada de su cabeza. En me-
nos de. lo que tard� en contarlo, se
nubl� ,el sol; so levant� polvareda
y so desencadeno, ei temporal. Corri�
a refuajiarsVW Ta' cueva eT de" la'
cabeza colorada. Hacia aemanas que
no corr�a. Ante� de llegar, una r�-
faga tremenda le sac� la boina. El
Si el padre de la familia e� to-
cador de tamborines, no es ex-
tra�o que los hijos salgan bailari-
nes.
� � �
No hay amigo para un veleido-
so, ni promesa para un mentiro-
so, ni tranquilidad para un envi-
dioso, ni honor para un vil, al
caudillaje para un mal car�cter.
� � e
No desprecies a un rival, por
m�s peque�o que sea, el mosquito
puede da�ar lo� ojo� del le�n,
ees
El que no tiene verg�enza pue-
de hacerlo todo.
Nadie escapa de tener un amigo
que lo alabe, ni un enemigo que
lo denigre.
� � �
El que se averg�enza ante �a
gente y no ante (1 mismo, no se
estima.
No desde�es tomar ejemplo de
los Inferiores. Se toma del le�n
el coraje y del zorro la astucia.
� e e
Tres cosas no son dursderas: la
sombra de una nube, el compa�e-
rismo de los malo� y los elogios
del mentiroso.
� � �
No te comprometas a lo que no
pueda� cumplir. No haga� nada
que no tea �til. No te fiasen una
mujer, ni te vanaglorie� por m�i
oro que tenga�.
� * o
Un zorro, al pasar debajo de un
�rbol, vio a un gallo descansando
sobre sus ramas.
��No quieres bajar � le dijo�,
para que recemos junto�?
�SI �conte�t� el gallo�, pero
el im�n est� durmiendo detr�s de!
�rbol, despi�rtalo.
Al mirar el zorro detr�s del �r-
bol, vl� a un perro, y se puso a
correr velozmente. Ent�neos el ga-
llo le grit�:
��Qu� te pasa? �Por qu� no te
acercas para orar juntos, como
hablas dicho?
�Es que ha recordado, que no
he hecho mis abluciones �res-
pondi� el zorro. Y sigui� corrien-
do.
viento huracanado so la llev� le-
jos, entre la polvareda, y nadia la
vl� m�s. Y asi, en menos do un
gui�o, el.lluatra volvi� a aer lo po-
co que era, porque todo su m�rito
era una cosa puesta. �El viento ae
la trajo y al viento ta la llev�!
�termin� diciendo, sentenciosamen-
te�. Eso pasa con las cosas que
trae el viento.-
El cuento habla terminado, pero
por no perder la costumbre, una
rata coment�:
�Instructivo; abuela, instructivo.
�Te acuerdas del malonclto del otro
dia? �o imitando el tone grave
que acababa de o�r, a�adi�: �El
viento me, lo taglo... y ya me le
cornil V
J. OLIVX
LUCES DE LA HISTORIA
Blancos contra pieles rojas
Por CARROLL MANSFIELD
ULTIMA DIFICULTAD
H*��WbO
A�OSatAAA��
tHA Mi �IM
tAL ISAant tt�
OA LA ISLA �
�tffMN, J�/s,
888* *
CAMS-AMtVfflO
Miiii-to..-
MONSTRUO MARINO
OFERTA AMISTOSA
CELEBRACI�N
*cs?ufcs t>t
�ea-ttoTAvoo 11
MfMlftO, �7
*o�t lA &**�
01 CW�A*��
COM �L 9UtSo
M LA<�OlSJTA-
- Al eSNOCMCGca
UEfeAlON A
EUtTOM . . .

aatwi
jrejsy
A4IAMCM
ti outAo
M LA &Ol*>
Si��
JO QjUt
LOS MUCHA
CMOS LC
�vese*
CJJJC
CUANTO
AKTfS.
/Qut *U�M CAMU
Leo�* ios -
JMOCtt*
Em IOS,
auisios
Mi CAMMSO
TOtXD 11
INMVtNMkV
Oa...
EN FILADELFIA
Ai ?tM ai-
6A1CM JACK
�< KJT A S\LA-
MUFIA. LA
OUOAT� MAS
dtANT* O�
LAS �01O*M*C
N IMTOteCl�
CA�TT�A.
OjOltlfiteO
(�feONtStONAl
Mi LOS n-
YAftOS UHXtOS.
FIN DE UNA AVENTURA
|*Ja H AlOUJbOM
tfcl UNA "OH-
DA rAObVSTA
1N FilAMi-
Fia ! ��ue-
aow LutejO
A COMOCl*.
la utvceJtacA
CiUOAb. LlC-
�JAION V*i-
Kf �O Al
CC HAU.-C�7
ftRMd 11 AC-
TA M IMMW
�IMCJA NN1
ISTASltTA
LA lHM*fK-
M>ta**Tea.
O&KQ A�*v
Slt�A tM
ftlAMUFlA
*-
I �t>estufes m uAmao. vm> FtoTAtjo-
INSIGNIFICANCIAS
El ritmo vertiginoso que ha ad-
I qulrldo nuestra vida en esta �poca
que corremos, hace qut muchas vt-
i cea descuidemos indebidamente
el detalle. Pareos que fuera de ni-
! m�a importancia. Y, aln embargo,
i un detalle, m�s otro detalle, y asi
sucesivamente, atontan contra el
conjunto en el caso de faltar. Son
loa detalles que dan personalidad a
las personas, como tambi�n, si ion
dt �ndole negativa, la dan desali�o.
Todos debi�ramos dominar un
poco la nsrvlosidad propia do Ib
�posa y rtservtrnos de vas on cuan-
do un ratlco de tiempo para cuidar
de las peque�ecet. Una� pocas arru-
ga�, un poco de falta dt plancha-
do pueden tenar a perder toda la
buena impresi�n qut hace una blu-
sa coquatona y llena dt volados y
puntillas. �Y qu� dotastrt represen-
tan, para las personas est�tlcsmen-
tt cultas, doa o tres msnchltas,
por peque�as que atan, en la polle-
ra? �Lo� tacoa torcidos? �Las me-
dias arrugada� y mal puestas? A
veces la portadora de esos defectos
se apercibe de ellos. Pero est� con-
vencida do que son una "Insignifi-
cancia" en la qut nadit reparar�.
Pero sucosa lo contrario. Esos de-
fectillos parecen llevar cada uno
una especie da letrero luminoso
qut llama la atenci�n sobra tilos.
SI la lectora reflexiona un instan-
te, convendr�, en que tengo la ra-
z�n dt mi partt. �Cu�ntas vacos, al
conocer a una persona, no ha
atra�do en/ primer t�rmino nuestra
atenci�n uno de eso� detalles ni-
mio�, proporcion�ndonos una opi-
ni�n ingrata?
La moda es an tu fondo una tira�
n�a dt los detall*�. Pero, �qu� mu-
jer otarla seriamente rebelarse
contra los Imperativo� de esa ti-
ran�a? Pues, al honramos a la mo-
da, rindamos tambi�n pleites�a af
detalle, a la insignificancia que no�
torna amable� o desagradables.
Pero, dejtmos ti eterno femenino
3� lado. Y vayamos, a comer a un
rtstauranta o alguna casa amiga.
�Qu� puede presentar un aspecto
m�s apetitoso y Untador qut una
mesa bien puesta, con manjares
bien arreglado� en fuentes boni-
tas? Los ingrediente� qut tntran
en un plato pueden sor loa miamos.
Pero apreciaremos mucho m�s al
correctamente presentado, con pe-
que�os detalles de adorno y esme-
ro que lo hacen m�s apetitoso. El
sentido dt la belleza as un poderoso
aliado del apetite, Y no tomo� laa
mujere� laa �nicas que It rlndtn
homenaje. Lo mismo hacen lo�
hombres, aunque muchas veces se
resistan a confesarlo por conside-
rarlo una "debilidad".
Lo que rige para estas cosas ma-
teriales, para llamarla asi, vals lo
mismo m�s a�n an el sentido mo-
ral. SI reparamos cos� un poce do
detenimiento ta las persona� que
nos resultan simp�ticas, observare-
mos qut la cordialidad que nos ins-
piran se debe las m�s do las voces
a un detalle o a una suma de ellos.
Una sonrisa amable, la pulcritud
personal, la cortes�a y la sencillez
con el trato con todo�.
No hay que despreciar, pues, osas
significancia� qut dan ritmo y co-
lorido a la vida. Son illa� las que
noa tornan la existencia grata o
Ingrata, llevadera o pesada. Y lue-
go de haber reflexionado sobre os*
tt punto, nos conviene observar-
nos a nosotrts mismas en el tapo-
Jo facetado del detalle, a fin de en-
contrar en nuestra persona, exte-
rior e intima, los detalles buenos
y los malas, los nobles y lo� perni-
ciosos, los simp�ticos y lo* antip�-
tico*, a fin dt ahogar lot seguntt*
tn homensje a las primeros.




!L MUNDO, SAN JUAN, P. R. � DOMINGO 13 DE FEBRERO DE 1938.
91
Poemas para mi ni�o
Por JUANB. HLYKE
Hoy llega a mil raanoa el nuevo
libro de Carmellna Vlzcarrondo. Ei
un libro bello y augeittvo, primo-
rokamente editado. Junto a los ins-
pirados peomas de esta poetisa,
* ilustraciones de Filardi. "Poemas
para mi ni�o" se llama. Un libro
m�s para los nlftos de Puerto Ri-
co. Mejor dicho: Un libro m�s pa-
ra los ni�os del mundo, escrito en
nuestra patria.
Cada vez que se publica un li-
bro de esta �ndole, g�stame recor-
dar loe otros que ya ae han publi-
cado. Como un nifto c,ue contara
sus soldados de plomo una y otra
vez. Ya son muchos los poetas de
Puerto Rico que han escrito libros
de versos infantiles. Entre ellos loa
m�s excelsos. Pongamos sus nom-
bres en este articulo para recordar-
los mejor:
La Hija del Caribe. Manuel Fer-
n�ndez Juncos, Evaristo Ribera
Chevremont, Lula Rechanl Agralt,
Rafael Rivera Otero. Antonio N.
Blanco, Ferdinand Cestero. Virgi-
lio D�vila, Mar�a Serra, Ram�n
Fortuno Selles, Carmellna Vizca-
rrondo.
Esta �ltima, en sus poemas para
ni�os, nos ofrece un nuevo verso
Infantil, lleno de exquisita esencia
po�tica y de luminosa claridad. Es
un nuevo verso, sencillo en la for-
ma, profundo en la Idea, con todos
los requisitos que exige la moder-
na po�tica, un verso 'que va pre-
parando al ni�o que crece para la
comprensi�n final de la poes�a".
"Con asomos de Im�genes, s�miles,
met�foras".
Respetemos esta idea bajo la cual
hay un nombre tan responsable. Y
digamos en seguida, para coincidir
ccn ella de alg�n modo, que hay un
momento en la vida del nifto en que
poco a poco empieza a comprender
que todas las Ideas pueden expre-
sarse en formas distintas. �Cu�n-
do llega ese momento? Nadie sabe.
No caigamos nosotros en el error
de pretender que eso ocurra a una
edad determinada y del mismo mo-
do en todos los ni�os. La gran equi-
vocaci�n de la pedagog�a moderna
es esa precisamente, creer que todo
puede medirse, que con experimen-
tos realizados en dos o tres mil nl-
ftos podemos deducir y establecer
reglas generales. No; digamos ro-
tundamente.
Y bueno es que haya poetas que
'e digan al nifto:
El pajarito pia
En la enramada,
porque hay nlftos que no lo com-
prende� de otro modo y hay eda-
des que no permiten otra cosa. Pe-
ro bueno es, adem�s, que haya poe-
tas que expresen la misma Idea en
forma po�tica.
Un trino desde el ramaje
Vuela y se aupa en el aire.
Sobre esto hay mucho que escri-
bir. Yo recuerdo que una ves
er.seft� a nlftos de octavo grado, dis-
puestos e inteligentes todos ellos,
y me empe�� en darles a conocer
varias poes�as de autores portorri-
que�os para ensenarlas de ese mo-
do el secreto de las im�genes.
�Qu� esfuerzo m�s dif�cil! Unos las
comprend�an en seguida y otros no.
Adem�s, hay im�genes de muy di-
f�cil comprensi�n, a�n para perso-
nas mayores, y hay personas que
aunque tengan cultura entienden
con gran dificultad el lenguaje po�-
tico. Todo es asi en la vida, dife-
rente, desigual, cambiante.
Que la poes�a Infantil sea, pues,
como un ramillete de flores en que
�parezcan confundidas todas las
flores del jard�n. Hay quien apor-
ta ku humilde flor�ala de los ca-
minos, destinada a que la amen
los niflos pequenitos cuyas almas
no se han abierto todav�a a la
apreciaci�n de la belleza. Habr�
quien traiga una rosa de Francia
o un clavel encendido o una perfu-
mada azucena, para deleite de los
niftos que ya empiezan, �ay! a de-
jar de serlo. En el ramillete por-
torrique�o en que han colaborado
casi todos nuestros poetas, Carme-
lina Vizcarrondo llega con sus
magnificas rosas (la flor m�s ex-
quisita del jard�n) y las ofrece a
loa nlftoa de todas partes, al dedi-
carlas al suyo, al que es carne de
su carne y alma de su alma. El hi-
jo la ha entendido. Vino al mun-
do preparado para ello. Los dem�s
niftos la entender�n tambi�n. Ya he
dicho en ocasi�n anterior que las
Im�genes de Carmellna son trans-
parentes y permiten ver alma aden-
tro.
Al escribir estas Ideaa recuerdo
a Llor�ni Torrea que hace algu-
nos aftoa nos dio la orlglnallsima
teor�a de que las palabras son ver-
sos. Y Degetau quiso hacer ua poe-
ma y escribi� s�lo estas dos: �Ma-
dre mia!
En la explicaci�n y dedicatoria
que aparece en las primeras p�gi-
nas del libro de Carmellna hay una
definici�n de la poes�a Infantil con
la cual estamos de acuerdo.
En esta poes�a se procura que loa
nlftos la digan como si fuese suya.
"El donante se hact semejanta ai
donado, despu�a se mete en su pro-
pio regalo y se da en comuni�n".
Asi entiende Carmellna tambi�n el
v�rso Infantil. Y ahora veamos c�-
mo canta ella a su hijo: En la p�-
gina 51 del libro hay Una poes�a,
"Sus Alas", que ella ha escrito pa-
ra dormir a su nifto. Es de una deli-
cadeza extraordinaria.
El �ngel de la Guarda
Tiene un ala en el cielo
Y otra en tu alma,
Nlftito bueno
7 otra en tu alma.
Suspendidos ai viento
Cuerpo y mirada,
Niftlto bueno,
Cuerpo y mirada.
Preg�ntaselo al �rbol
Y a la calandria
Y a las florea silvestres
Y a la encantada,
Nlftito bueno
Y a la encantada.
Y ver�s al te dicen
Lo que te cuento,
Que el �ngel de la Guarda
Mima tu sueno,
Nlftito bueno,
Mima tu sueno.
El �ngel de la Guarda
Ni/uto bueno.
Tiene un ala
� En tu alma
� Y otra en al d�lo.
Casi todos loa poetas que escri-
ben para loa ni�os han producido
estos cantos de cuna. Tambi�n can-
tos al "�ngel de la Guarda". Ga-
briela Miatral los ha hecho bell�-
simos, muy dif�ciles de ser supera-
dos. Nuestra poetisa ha unido loa
dos temas infantiles en un solo
canto. Y �qu� canto! El primero en
lengua castellana.. Si un nifto lle-
vado de su curiosidad preguntase
c�mo ei el �ngel que le cuida, la
contestaci�n de Carmelina seria la
m�s Inspirada. 'Tiene un ala en
el cielo y otra en tu alma. Y lo
saben el �rbol y la calandria. Pre-
g�ntaselo para que sepas que es
cierto lo que te canto y que el an-
gelito mima tu sueno".
Eata ta una de laa m�s bellas
poes�as del libro, del cual he elo-
giado tambi�n anteriormente "Los
anteojos" y "La Coaecha". Hay que
elogiarlo todo. Unos cuantos moti-
vos infantiles han dado ocasi�n a
Carmelina para hacer un libro en-
cantador. Los hay originales y los
hay ya cantados por otros poetas.
En todos triunfa. Y no crea el lec-
tor que la poetisa ha buscado un
lenguaje especial para hacerse en-
tender de los nlftos. Es su lenguaje
de siempre, el de "Preg�n en lla-
mas" distinguido, aristocr�tico, pe-
ro de una claridad sorprendente.
Su lirismo no es menos en eate li-
bro dedicado a los ni�os. Es el mis-
mo de "Preg�* en llamas". Un li-
rismo que le sale de lo profundo
del coraz�n, sin poder evitarlo, como
agua de manantial. Y una sencillez
< n la Idea y en la expresi�n que ea
una maravilla. �Quer�is verlo en
"El retratlto", joya del verso cas-
tellano engarzada en esta brillan-
te colecci�n?
Hace equilibrio en su frente
Un lazo de cinta roja.
Sin un cabello la nifta
Suena con ser mariposa.
Motas de estambre purisimo
Cuajan primor en sus botas.
Las rosquitas de los brazos
. Le hacen pulseras de sombras.
Las manos sobre el tapete
De la mesita redonda
Tiene un adem�n gracioso
Como promesa de novia.
�Hacia d�nde mirar�n
Sus ojazos de caoba?
Hacia el pajarito en sue�os
Que el fot�grafo pregona.
�Entender�n loa niftos esta poe-
s�a encantadora? Analic�mosla.
"Hace equilibrio en su frente un
lazo de cinta roja".e,El nifto ha de
ver a la niftita con su lazo rojo
movi�ndose sobre la frente, hacien-
do equilibrio. El lazo se parece a
doa alitas de mariposa. "Motas de
estambre purisimo cuajan primor
en sus botas". Acaso tenga el maes-
tro que explicar lo que quiere la
poetisa decir con "cuajar primor".
Las rosquitas de los brazos le ha-
cen pulseras de sombras. (Insupe-
rablemente bello).
Clara la frase. Clara y sencilla
tambi�n la estrofa que le sigue. Y
el final que es lo c,ue m�s contri-
buye al triunfo de la poes�a. La ni-
ftita con sus ojazos de caoba mira
el pajarito de que le habla el fo-
t�grafo para mantenerla en quie-
tud. Muy bien. �Se convence el lec-
tor de que la poetisa no ha varia-
do sus modos de escribir al hacer
este libro para nlftos? Ea la misma
de los bellos romances de "Preg�n
en llamas" sucesi�n de Im�genes
apropiadas, y de excelente gusto,
producto de una observaci�n po�-
tica que no tiene igual en nues-
tro pais. Recu�rdense:
La carretera asfaltada
Le va coqueteando al rio
Y le hace sefta en la curva
Con su codo de peligro, etc.
Se parecen a:
Esta noche el pino verde
Del monte se va a casar
Con la nube m�s esbelta
Que haya mirado la mar.
Una da laa poes�as m�s originales
de la colecci�n ea. sin duda alguna,
"La Pista del Cielo". Loa nlftoa
gustar�n su forma y ae quedar�n
perplejos ante la idea de la cual
poco adquirir�n. "Laa espuelltas
buscadoras de misterio" est� m�s
all� de au comprensi�n. Pero la ex-
plicaci�n por el maestro ser� muy
sencilla. A los nlftos les Interesa el
misterio y le mirar�n con ojos de
atenci�n.
"Lirio moreno" es una precloai-
dad. La madre describe al hijo, jar-
dinero ella que cultiva un lirio mo-
reno. Y "Rayito da Sol" es otra.
"El sol dio un saltito y se trep�
sobre el cart�n con una punaladl-
ta de lucea y de emoci�n". Quien
haya le�do "Preg�n en llamaa" po-
dr� ver en el libro en seguida la
orientaci�n que habr�a de tomar en
el porvenir la musa de Carmelina.
Yo tengo un hijo
Que una maftana alegre
Me regal� la vida.
Ese regalo de la vida absorbe to-
do nuestro cerebro y nuestro co-
raz�n, cuando nos damos cuenta de
lo c,ue �l trae a nuestras almas co-
mo mensaje del cielo.
SI no s� como todos los poetaa
no escriben versos para loa nlftos.
Carmellna, al describir a su hijo di-
ce de �l:
Es un premio moreno
Y sonrosado
Que vive como un p�jaro
Y se parece a �l,
Al bien amado
Qu* se ha vuelto agua clara
En sus pupilas.
Laa canciones al hijo que se pa-
rece al bien amado, nacieron ese
d�a, el d�a en que escribiera ella
estas estrofas llenas de exaltado
amor maternal. �Madrea! Com-
prend�is la belleza y el misterio de
la vida mejor que ning�n otro ser
de la creaci�n, porque como Dios,
vosotras tambi�n cre�is y cuid�is a
vuestras amadas criaturas. Sois ar-
tistas por naturaleza.
Eate libro destinado a loa nlftos
debe Ir a sus manos cuanto antee.
Padrea y madrea portorrique�os,
padres y madres afortunados que
vtvls en una tierra encantadora
donde loa poetas cantan a la In-
fancia (la �nica acaso de habla
castellana) llevad este libro a vues-
troa hljoe para que oe maravill�is
Loi restos de los
Reyes -Magos
La Catedral d� Colonia, por
tantos t�tulos famosa, lo es entre
otras cosas por conservar un re-
liquia �nica: los restos de los ma-
gos que desde el oriente fueron a
Bel�n para adorar a Cristo. Al
menos, por tales tiene la Iglesia
tres cr�neos ennegrecidos por el
tiempo y algunos otros huesos que
en dicha Catedral se conservan,
encerrados en un sarc�fago que a
tu vez se halla contenido en so-
berbio relicario de plata adorna-
do de piedras preciosas, cuyo va-
lor, Justamente con las l�mparas
y candelabros que lo rodean, ha
calculado un viajero en cerca de
diez millones de pesetas.
Cada uno de loa tres cr�neos
tiene puesta una corona real ile
oro, cuajada de pedreria, y con
sus respectivos nombres: Gaspar,
Melchor y Baltasar, en letras de
diamantes y rub�es. Los dem�s
huesos, en su mayor parte tibias
y f�mures, est�n envueltos en
una pieza de seda blanca, a !a
que el tiempo ha dado cierto ma-
tiz amarillento.
Todos los anos, desde el dia de
Navidad al de Reyes, inclusive.
estas reliquias se exponen al p�-
blico; unos cuantos devotos ciuda-
danos de Colonia hacen la guar-
dia de honor, vestidos a la usan-
za de la Edad Media pero arma-
dos con excelentes rev�lveres mo-
dernos.
A prop�sito de tan venerandos
restos hay una curiosa leyenda,
o historia, si se prefiere creerlo
asi. que hasta hace algunos si-
glos ce referia todos los artos a
los fieles el d�a de Reyes, desde
el pulpito de la Catedral de Co-
lonia. Seg�n ella, los tres magos
de oriente, aunque se llamaban
Gaspar. Melchor y Baltasar, eran
conocidos en griego con los nom-
bres de Galgat, Malgalat y Sarl-
thin. Galgalat, o Gaspar, tenia se-
senta a�os y era �rabe de naci�n:
Baltasar contaba cuarenta artos y
era negro, siendo natural de Sa-
b�. y Melchor s�lo tenia veinte
arto� y proced�a de Tar�is.
Estos tres reyes sab�an por al
profeta Balaam que una estrella
habla de venir de Israel, y espe-
raban su aparici�n; adem�s, ha-
blan sido testigos de milagros
sorprendentes. Uno de ellos vio
a un avestruz empollar un huevo,
y sailr de �ste un le�n y un cor-
dero. Otro habla visto crecer una
rosa, de entre cuyos p�talos sali�
volando una paloma que profetiz�
la venida del Mes�as. El tercero
tuvo un hijo que apenas naci�
anunci� que el Hijo de Dios Iba
a bajar al mundo para permane-
cer en �ste tantos anos como dlai
viviera �l; a los treinta y tres
d�as muri� el pequefto profeta.
Como consecuencia de todo es-
to, los tres magos sol�an reunir-
se en un sitio lleno de �rboles y
de murmuradoras fuentes. Junto a
una montana llamada Mons Vic-
torialis, para esperar la estrella
y pedir a Dios que ee la enviase
pronto. Al fin, un dia vieron la
ansiada luminaria, cuyo brillo era
tal, que se pod�a observar aun en
medio del d�a. Sigui�ronla monta-
dos en veloces doromedarloa, y tre-
ce d�as despu�s, entraban en Jeru-
sal�n y preguntaban a Herodes
d�nde habla nacido el Rey de ios
Jud�os.
Tan pronto como supieron que
debian buscar al Nifto en Bel�n,
fueron all� y le adoraron, ofre-
ci�ndole ricos presentes. Melchor
le entreg� treinta monedas de oro,
las mismas que habla hecho Te-
r�h, padre de .'.braham, y con las
cuales m�s tarde habla pagado
Jos� los Ingredientes para embal-
samar el cuerpo de su padre Ja-
cob, comprados a- los sabaos. Es-
tas monedas, seg�n la leyenda, fue-
ron luego llevadas a Salom�n por la
reina de Sab�. Los otros dos re-
yes magos obsequiaron a la Vir-
gen con vestidos de seda, y a San
Jos� con dinero y Joyas. La Vir-
gen, a au vez, le dio como recuer-
do una de las fajas con que habia
fajado a su bendito Hijo, y es fa-
ma que cuando aquella banda de
tela se arrojaba al fuego, tenia
la virtud de apagarlo y no que-
marse.
Lleg� �1 momento de volverse
los reyes a su pais, y avisados por
un �ngel de que no se presenta-
sen otra vea a Herodes, optaron
por hacer el viaje por mar, en
una nave que se dirig�a a Tarsis.
No bien se hubieron embarcado
cuando la estrella cay� en el fon-
do de un pozo que habla detr�s
de la casa donde viv�a la Virgen.
En la Edad Media cre�ase a pies
juntillas que mirando al fondo de
aquel pozo, se podia ver en 41 la
estrella dando vueltas: pero para
ello era preciso que la persona
que miraba fuese piadosa y mi-
rase impulsada, no por la curio-
sidad, sino por la devoci�n.
Entre tanto los tres magos vi-
v�an Juntos en Tarsis, y pasad�
muchos aftos. lleg� all� el ap�s-
tol Tom�s, que los bautiz� y les
aconsej� se hiciesen misioneros.
Partieron, �n efecto, en direcci�n
al extremo oriente para predicar,
pero pagaron su entusiasmo reli-
gioso con la vida, siendo asesina-
dos por los gentiles. i
La emperatls Santa Elena, pro-
tatipo de soberanas religiosas fu�
quien descubri� loa huesos de loa
tres reyes, y los llev� a Constan-
tlnopla. De aqu� fueron traslada-
dos a Mil�n, y m�s adelante, el
emperador Barbarroja los llev� a
Colonia y fund� la soberbia ca-
pilla de loe Reyes Magos.
No ya un esc�ptico, sino m�s de
un te�logo de nuestros �tmpos,
ae reir� de tan pintoresca histe-
ria; pero trat�ndose de unos per-
sonajes de quienes el Evangelio
apenas dice nada, puede ten�rsela
por tan buena como cualquier
otra, por lo menos, no hay ning�n
argumento s�lido para probar que
el relato ea falso ni que lo sean
las reliquias a que se refiere.
muy pronto de su percepci�n po�-
tica, como le ocurri� a la autora
con el auyo. El libr� es tan alto y
tan hondo y tan claro y tan bello
que la emoci�n les durar� toda la
vida,
DICK TRACY
POR CHESTER GOULD
LECCI�N PARA LOS MUCHACHOS
JUNtOR: EB.CS
TODO Uf* H�ROE
DKDC QUE \OEN-
TVPtCASYE A ESE
LOS WARlOS P�-
VUCAM TU RETRA-
TO.
6EACIAS T�a-
CY; 1 A PRO-
POSITO; *o.u(
HAN UNOS
muchachos
bt Mi ES-
CUELA.
'�.SR.TllACV:-^
?OR auE ES
_AUE ALGUNAS
, PERSONAS COMO
1 JUANILLO OKOftNO
.SE METEN EN UOS
V�OM CRIMINALES V
JlERuEW LA VlDA�
JUANILLO ORO FIMO TUMO_V 1
ESE OEft.CA.wCE POR HARER
LLEVADO UNA >JlbAbESOt-
bENAbA.SU PRIMER MAL
O ASO FUE HARERSE ENA-
M�RALO bE UNA, lAuRO-
�E PERFUMES�..
~>,
�J-.
i
Editen
P�t AW� COMENlt�, HASTA
PER.DERSE bE UN TOLO - AL
MORAR. COMPRENDI�" QUE
HARTA, PASADO SU OCUDA A
LA SOOROAO VMUHid CON-
TENTӗUN CRIMEN PCQuE*
NO LLEVA A UNO ORANOf
N WUERbEW MUCHACHOS
OxiE EL CfcjtAEfca NO PA6A
-�el criminal lleva au
Mundo Entero en su
CONTR.A-
FIRMA INCONCLUSA
NO ES MAS "LO
Q.UC TSf m&o - - Q.UE
OEClR- SE�ORES
-WO LO H�CE
� SOLO -- LA
ENMENEKE
PENSANDO EN VENGARSE
, CALMA, NEC-
Vif NO Tf
PRECIPITES:
HA1 MUCHAS |
MANERAS
DE HACERLO
UN INTENTO HOMICIDA
UN VISITANTE ARRIESGADO
UN PAPEL PELIGROSO
ESCENA: C* la CALLE A POCA ~-
OXSTANOA OE LA CASA DC JUUIOR
TRACV...EL �AUCHACH� HA M�STO
5uCC0Ce UU ACCIDENTE
epK MU
CHOGUST�
-NO FU�
CULPA -i
SUYA -. TO
LO *�.'
. . j .� . ...


EL MUNDO, SAN JUAN, t. R. - DOMINGO 13 DE FEBRERO DE 1938.
23
Anuncios Clasificados
EMPRESAS-MUDANZAS
LA M4YAGUEZANA lo mudara
ain deteriorar sus muebles. M�dese
con Klko. Francisco Bull Nazarlo,
tel�fono 1256 vtrda. Fern�ndez Jun-
coa 168. Paradk 20 Santurca. HNA-B
OPORTUNIDADES
VAUAS
LA BOLSA ha resuelto su proble-
ma: mudar� sus muebles por pre-
cio al alcanca do su bolsillo. Res-
ponsabilidad y -.eriedad. Tel 231 y
361 vtrda. Carre'ers 82. Parada 16.
PS
HACEMOS MUDANZAS desde un
d�lar en adelanta para cualquier si-
tio. Ll�menos y la atenderemos a
satisfacci�n Personal competente,
seriedad y esmero. Tel�fono 2120
asul. P�rez 7. Santurca. P-G
MUDANZAS: Quien io muda es
tan importante com d�n�t sa mu-
da. Mudamos, embalamos, embar-
camos y almacenamos muebles C.
W. Segmund. Condado 27. tel�fo-
no 497 Santurca. H.N.A.-S
4
TEI.EFO.�O 2419 verde. Santurca.
M�dese con Arzuaga. No es lo mis-
mo. Arzuaga no manda, va perso-
nalmente para que sus muebles no
sufran. Desde $1.00 en adelante.
2-29-A
COMPRA VENTA
MOSAICOS
MOSAICOS MERINO: los mosai-
cos m�s cuadrados, m�s resisten-
tes, de di'jujos m�s originales; los
pisos de mosaicos resultan m�s t-
con�mieos que los de madera, no
se apollllan. n- se pudren: use Mo-
saicos MERINO para sus pisos.
HNA-M
ARRENDAMIENTO CANTINAS.
damiento
Laa Casas.'
San Juan.
proposiciones de arren-
P*r� A" M h'PoUromo
Dir�jase apartado 873
______ 3-13-R
OPOliTUmOAD: Necesito barbero
experto, joven, blanco, buena pre-
barh.\� ^f11^0"�. Para atended
ufiiS Mt�b�cida. Ofrezco 50%
M.m,".?C*� D rlj'I� Personalmente
"�""'^��la. Club Fajardo Su-
gar. Fajardo. 3-13-P
KS5 *0TICIA: Habiendo con-
tratado dos expertas Beautislan
eraduidas con los �ltimos adelan-
tos de la Academia Helena Curt�s,
m� complazco en participarlo a mi
distinguida clientela ofreci�ndole
nuestros servicios en el ramo. Per-
manentes con hilos el�ctricos des-
de $2.50 en adelante. Sin electrici-
dad "Kalor Wave" lo m�s perfec-
to y propio para ninas y se�oras
nerviosas, desde $3.00 en adelante.
Tambi�n atenderemos trabajos a
domicilio. Todos nuestros trabajos
son garantizados. Estrella MeJIs.
Alien 23, Tel. 11S6, San Juan.
94441
M�lodc para mezclar
los colore�
Especialidad Medicinal
JIM�NEZ DEL VALLE CO bajos
Teatro Marti. Stop 17. Apartado
3352 Santurce. Cuando vaya a fa-
bricar o reparar s� casi, ex�jate a
su contratista t uestras losetas, si
desea calidad elegancia y dura-
ci�n en sus pisos. 200,000 losas se-
cas en 80 dibujos distintos. HNA-J
MOSAICOS MERINO: siguen t*
nlenao la preferencia del p�blico
por su alta calidad por su resis-
tencia por sus dise�os orlglnallsi-
mos; cambie sus pisos de madera
apo�llada por los modernos Mosai-
cos MERINO KNA-.M
ATLAS CATTLE DIP: Poderoso ex-
terminador de garrapatas en el ga-
nado y otros animales. Constante-
mente en existencia. West India
Machinery A Supply Co.. frente al
Muelle n�i.iero 3 San Juan Puerto
Rico. -P-W
KILTIK D Una preparaci�n arse-
nlcal para el completo exterminio
d? las garrapatas. Garantizado de
producir-un efecto eficaz y r�pido.
Pida informes a Los Muchachos.
Sucs. de A Mayol A Co., San Juan,
Pnuerto Rico. P-M
FUNERARIAS
EL BLOQUEO: Modernamente
equipada; �ngel Fern�ndez� Pre-
cios bajos. Servicio r�pido d�a y
noche. Carretera Nueva, Parada
23. Tef�fono 180 Santurce; Puertn
de Tierra. San Agust�n. Parada 5.
Tel�fono 598. HNA-F
Directorio religioso
Tabern�culo de los Defensores de
la Fe Cristiana. Calle William Esq.
Padre Col�n. Rio Piedras, P. R.
Domingo, febrero 13:
De 9:30 a 5:00 A. M.�Escuela
B�blica a cargo de don Julio H.
Torres, Superintendente de escue-
las b�blica.
De 2:00 a 5:00 P. M.�Escuelas
b�blicas en los distintos barrios de
la comunidad.
8:00 a 9:00 P. M.-Servlclo de
evangelizar�an, a cargo de don Ra-
fael A. Col�n. Predicar� el Rev.
Mateo Cruz, de Can�vanas.
De 9:00 a 9:30 P. M.�Servicio de
comuni�n.
Lunes, febrero 13:
De 8:00 a 9:30 P. M. Servirlo de
testimonio y predicaci�n, dirigido
por don Julio H. Torres.
Martes, febrero 15:
De 8:00 a 9:30 P. M. Programa
especial dirigido por los estudian-
tes del Tabern�culo. Predicar� don
Jos� G. Santana.
Mi�rcolea," febrero 16:
De 8:00 a 9:30 P. M.�Servicio de
consagraci�n y sanidad divina, a
cargo de la se�orita Celedonia
Arm'trong.
Jueves, febrero 17:
De 8:00,.a 9:30 P. M�servirlo
de evangellzaci�n, dirigido por don
Rafael A. ,Col�n.
Viernes, lebrero 18:
ras: "La Iglesia y su Evangellamo".
Nota: Todos los d�as, de 7:00 a
8:00 P. M. se reunir� el Circulo d�
Intersecci�n bajo la direcci�n de
la se�orita Celedonia Armstrong.
Rafael A. COLON
Corresponsal
� ��
Union Churrh�Parada 11, Ml-
ramar�Rev. Andrew I. Keener Es-
cuela dominical: 9:15 A. M. Adora-
ci�n: 11:00 A. M.
IGLESIAS BAUTISTAS
Parada 3. Puerta de Tierra�
Rdo. Gerardo D�vlla. Escuela b�-
blica: 9:30 A. M.�Servicio Divino:
7:30 P. M.
Calle Ernesto Cerra N�m. 30,
Santurce�Rev. �ngel Acevedo. Es-
cuela b�blica; 9:30 A. M.�Servi-
cio Divino: 7:30 P. M.
Avenida Llppit. Bo. Obrero. San-
turce�Rev. Jos� L. M�s. Escuela
b�blica: 9:30 A. M.�Servicio Divi-
no: 7:30 P. M.
Calle Brumbaugh N�m. 15, Rio
Piedras�Rev. F. Col�n Brunet. Es-
cuela b�blica: 9:30 A. M.�Servido
divino: 7:30 P. M.
IGLESIAS METODISTAS
EPISCOPALES:
Calle Sol, San Juan�Rev. B. R.
Campbell. Escuela b�blica: 9:30 A.
A. �Servicio divino: 7:30 P. M.
Calle Hoff, Puerta de Tierra�
Vitomlr H. Palvlovlc ha Ideado
un m�todo para hacer mezclas de
un n�mero Ilimitado de colorea, uti-
lizando un solo disco ��1 de New-
ton� combinado con el de la es-
troboscopio y sirvi�ndose de una
fuente luminosa cuyo espectro aea
lo m�s parecido al del sol.
Se emplea un disco relativa-
mente grande, para poder dividirlo
f�cilmente en un gran n�mero de
�ectores Iguales. El se�or Povlovle,
colaborador del profesor Cotton, se
sirvi� de un disco de 37 cent�me-
tros de di�metro dividido en 48 sec-
tores. 81 so pintan los sectores d�a-
metralmente opuestos con loe colo-
res cuya mezcla ae desea obtener,
se logran simult�neamente laa com-
binaciones buscadas, Iluminando el
dlaco con luz blanca omitida en
forma peri�dica, de tal modo que
el n�mero de rel�mpagos por se-
gundo aea Igual al doble del n�-
mero de vuelta que da el disco en
el mismo tiempo.
Variando la frecuencia de los re-
l�mpagos de luz o la velocidad an-
gular del disco, ae pueden obtener
sucesivamente la mezcla, no ad�o
de loa colorea diametralmente
opuestos, sino de otros doa colores
o m�s.
El se�or Psvlovlc consigui� por
ejemplo, todas las combinaciones de
loa siete colores fundamentales del
espectro solar (laa seis combinacio-
nes), pintando los aectorea con �la-
te colores del espectro. Puede au-
mentarse Indefinidamente el n�me-
ro de combinaciones, ya que loa co-
lores empleados pueden ser mez-
clados a su vez.
Los ensayos te hicieron con ser-
toree de papelea de colores. Se loa
puede reemplazar por vidrios de
colores.
En los experimentos, la velocidad
registrada no fu� superior a 1,200
revoluciones del disco por minuto.
Pero parece que serla conveniente
aumentar esa velocidad.
RECETAS DE COCINA
(Continuaci�n de la p�gina 16)
De 800 a 9:36 P. M.�El grupo :Rev R�rn�n G�mez. Escuela blbll-
de Pepito Hern�ndez y Atoadlo So-
to presentar� su acostumbrado
programa de predicaci�n y cantos
especiales.
S�bado, febrero 19:
De 6:00 a -7:00 P. M.�Clases nor-
males para maestros de escuelas
b�blicas bajo la direcci�n del doc-
tor J. F. Rodr�guez. Superintenden-
te de los Defensores en Puerto
Rico.
De 8:00 a 9:30 P. M.�Estudio b�-
blico por don Rafael A. Col�n. Te-
ca 9:30 A. M.�Servicio divino 7:30
P. M.
Avenida Borinquen Bo. Obrero,
Santurce�Rev. Juan Curct. Escue-
la b�blica: 9:30 A. M.�Servido di-
vino: 7:30 P. M.
IGLESIAS LUTERANAS
Iglesia San Pablo 6 1,2. Pta. de
Tierra�Rev. W. G. Arbaugh. Es-
cuela b�blica: 9:30 A. M.-Servldo
Divino: 10:30 A. M.
First Engllsh Lutheran Church�
parada 6 %, Pta. de Tierra "Divine
Ingredientes:
1 cucharadlta de alimento colo-
rante vegetal (naranja).
12 taza de agua.
3 claras de huevo sin batir.
2 14 tazas de az�car.
2 cucharaditas de sirope de ma�z.
1 12 cucharadlta de vainilla.
Diauelva el col�rante en la par-
te auperlor del "bario de maria" en
la 12 taza de agua, agreg�ele las
clarea de huevo y el sirope, ba-
tiendo de manera circular hasta
que todos los Ingredientes est�n
bien mezclados.
Entonces col�quelo en el agua
hirviendo, contin�e el batido r�pi-
do y constante mientras lo man-
tenga en el fuego, que aera duran-
te diez minutos, o hasta que la cre-
ma ae sostiene en picos.
Este ser� el momento de sepa-
rarlo del fuego, agregarle la valnl-
Hay revolverlo hasta que est� lo su-
ficientemente espeso para ser ex-
tendido.
Esta cantidad es suficiente para
cubrir la parte superior y lados de
la receta anterior, m�s una taza
extra para decorar la parte supe-
rior al gusto Individual.
YEMAS
Se baten mucho, durante tres cuar
tos de hora lo menos, 12 yemas de
huevos y se les a�ade 175 gramos
de az�car molida; cuando est� todo
bien unido se pone al fuego para
que espese. En otra cacerollta se
baten sobre fuego suave doce cla-
ras a punto de merengue y enton-
ces se les va mezclando la* yemas
poco a poco y sin parar de batir.
Luego se derraman sobre una mesa
de m�rmol cubierta de az�car Im-
palpable. En seguida se amasa y
se divide en pedacitos, loa que ae
arrollan con laa manoa polvorea-
das de az�car tamizado, d�ndole
figura de una yema d- huevo.
Se hace un alm�bar a punto de
ra>amelo, ba�ando en �l las yemas,
que se van poniendo sobre papeles
untados de aceite dulce o encima
de la mesa de m�rmol untada, pa-
ra una vez secas levantarla: de los
papelea o do la mesa y colocarlas
en platos de cristal o an copitas ri-
zadas de papel.
Worshlp": 8:00 P. M.
Iglesia del Divino Salvador. Ce-
tario�Rev. Salustlano Hern�ndez.
Escuela b�blica: 1:30 A. M�Servi-
cio divino: 7:30 P. M.
IGLESIAS PRESBITERIANAS
Hufh ONelll Memorial�Alien 10,
San Juan�Rev. M. A. Valentine.
Escuela b�blica: 9:30 A. M�Ser-
vicio divino:' 8:00 P. M.
Calle Culto N�m. 21, parada 21,
Santurce�Rev. Francisco Qui�ones.
Escuela b�blica: 9:30�A. M.�Ser-
vicio divino: 7:30 P. M. ,
Calla Rambla, Bo. Monteflores,
Ssnturce�Rev. Olivo Robles. Es-
cuela b�blica: 9:30 A. M.�Servicio
Divino: 7:30 P. M.
HUMORISMO
��Cu�l es el slgntficado de la pa-
labra matrimonie?
Matrimonio no es una palabra: es
una sentencia.
� � �
�T hada mucho tiempo que su-
fr�a su finado esposo
�SI. Desde al d�a que me cono-
ci�.
� � �
. El marido.�Loa hambres m�s es-
t�pidos tienen las mujeres m�s her-
mosas. /
La esposa.-;Qu� adulador eres,
querido!
El amor y las mujeres
Una mujer nunca deteste a un
hombre porque est� enamorado de
ella; pero m�s da una odia a un
hombre por el hecho de no ser pa-
ra ella sino un amigo.�Popa.
S�lo loa mediocres y laa soltero-
nas suelen ofenderse porque los da-
m�s no laa comprenden.
Las mujeres no est�n hachas pa-
ra laa grandes �agobias propias,
sino para aliviar y dulelfiear las
nuestras.�Lord Cheaterfield,
JUAN SIN MIEDO
POR FRANK W1LLARD
SECRETO GRAVE
LAS VENTAJAS DE LA LUCHA
HACI�NDOLO CONFESAR
COMO SI FUERA POCO
NO TODOS REGRESARAN
GENEROSIDAD DE UN AVARO
PA�UELO EN EL BOLSI-
LLO DE CADA CAMISA
PARA QUE SE LO ^
LAVEN /Q^<^
j____


------------
"�W"
24 PAGINAS 5 CENTAVOS
INDO
24 PAGINAS 5 CENTAVOS
LA MA�ANA
EL MUNDO, SAN JUAN, P. R. � DOMINGO 13 DE FEBRERO DE 1938.
�A LA LUCHA CON GARANT�AS!
i

Por C. MART�NEZ ACOSTA
En la memorable Asamblea del
QUmpo � febrero de 1904 � M
constituy� la. Uni�n da Puerto Ri-
co, defini�ndote a al misma, como
una Agrupaci�n de Patriota� no
combatiente. Su proposito era con-
densar y resumir en todoa los ins.
tantes de su vida el pensamiento
y el sentimiento de Puerto Rico,
sin ambicione! de poder, sin enco-
nos que desvirtuaran su actitud,
ni Intolerancias que impidieran la
difusi�n eficaz de sus Ideas y el
triunfo de sus principios-
Declar� que no acudir�a a las
urnas para renovar la C�mara de
Delegados, por que hechos repeti-
dos y comprobados demostraban la
Inexistencia de garant�as para el
ejercicio del sufragio, resultando
ser la mencionada C�mara, de mo-
do evident�simo, un organismo es-
t�ril t Infecundo a causa del r�-
gimen dentro del cual funcionaba.
Era la Ley Poraker nuestra Car.
ta Org�nica y Willlam H. Hunt
nuestro gobernador. Una s�ntesis
bastante completa de la situaci�n
general en la Isla en aquellos d�as
nos la da Mu�oz Rivera en los p�-
rrafos que a continuaci�n repro-
duzco de un articulo suyo Intitu-
lado "De c�mo puede hacerse la
Uni�n", que apareci� en The Puer-
to Rico Herald el nueve de enero,
esto es, un mes y algunos d�as an-
tes de la celebraci�n de dicha
asamblea.
"Que la coincidencia de todos los
portorrique�os, o de la inmensa
mayor�a, en una acci�n com�n, re-
sulta urgent�sima, necesaria, Indis-
pensable, es cosa que no se escon-
de ni a .los m�s intransigentes.
"Hoy, por hoy, divididos en ban-
dos que se combaten a muerte, no
lograr�n ning�n �xito para el pa�s,
que sufre una Inferioridad pol�tica
y una estrechez econ�mica tan gra-
ves como nunca se conocieron en
Puerto Rico.
de hoy se funden para dar cuerpo
a una organizaci�n bajo cuya ban-
dera combata el pala por su inte.
res y por su honra, nos colocare-
mos en actitud de pedir y de ob-
tener lo que en Justicia nos adeuda
la naci�n americana.
"La C�mara Insular que ahora
obedece a los caprichos del Gober-
nador, obedecer� entonces a los
mandatos del pueblo. Ser�n impo-
sibles los abusos del Consejo y com-
batiremos de poder a poder; de un
lado la Isla, con sus ideas, con
sus intereses, con sus impulsos; del
lado opuesto la burocracia con sus
c�lculos menguados y sus voraces
apetitos.
"Dentro de la Ley Poraker, en
un solo reducto se parapetar�an los
representantes nativos con espe.
ranzas, con seguridades de triun-
fo: en el derecho de la C�mara a
aprobar, a modificar o a rechazar
los presupuestos. Sin el voto de la
C�mara los tributos rj> se cobra-
��n; los empleados no se pagar�n;
la administraci�n se encontrar� en
el vacio, a menos que apele a la
autoridad del Congreso de los Es-
tados Unidos.
"Y la Ley Poraker pasar� a la
historia si el Congreso de los Esta-
dos Unidos llega a convencerse de
que es incompatible con el bien-
estar y el decoro del pais que la
soporta".
La Uni�n � se dijo � ser� un
n�cleo alrededor del cual se agru-
pen los hombres de' buena volun.
tad, provenientes de cualquier ori-
gen, procedentes de cualquier par-
tido, que' quieran acudir con sus
esfuerzos a la defensa del pais;
n�cleo que una vez realizado "por
completo" su programa, se disolve-
rla a fin de que, ya constituid* la
Isla bajo un status "definitivo", se
formaran las nuevas agrupaciones
que exigiera la marcha de los tiem-
pos.
� � �
La Junta Central, en sesi�n ce-
lebrada el 28 de abril de aquel ano
con asistencia de su presidente, doc-
tor Rafael del Valle, y de los vo.
rales se�ores Manuel Zeno Gand�a,
Carlos H. Blcndet, Rosendo Ma-
tlenzo Cintr�n y Jos� O. del Valle
acord� encarecer a don �ngel
Acosta Quintero, presidente aV ia
Junta local de Ponce, una Inmedia-
ta organizaci�n de la colectividad
all�, notific�ndole al mismo tiem-
po que la aba tenci�n en la lucha
comicial era tolo para la C�mara
W1LL1AM H. HUNT, segundo
gobernador civil de Puerto Rico
que fu� sustituido por Becckman
Winthrop el 4 de julio de 190h- Do-
rante tu periodo gubernativo to-
maron auge en Puerto Rico la-s
llamadas "turbas" y �os fed�rale*
se retrajeron de la* urnas por con-
siderar que enredan de garantios
para ejercitas sus derechos elcc-
x orales.
d� Delegados, si bien tal acuerdo
de abstenci�n pod�a ser mas tar-
de rectificado si asi convenia en
vista de la pol�tica que se desarro-
llara en el pais. y que la Junta
Central trabajaba para obtener
garant�as en el periodo elecciona-
rio y procurarla vencer todos los
obst�culos que se pudieran oponer
a su propia poljtica. Lo esencial
de la comunicaci�n enviada al se.
se�or Acost� Quintero sirvi� para
una circular remitida por dicho or-
ganismo a los presidente de todas
las Juntas locales de la colectivi-
dad. El acuerdo y la circular men-
cionados fueron sugeridos por una
carta que a la Junta Central diri-
gi� el batallador presidente de la
Junta local de la Perla del Sur,
recogiendo y condensando en ella
el sentimiento y el pensamiento
de la Uni�n do Puerto Rico en lo
concerniente a la pr�xima lucha
comicial.
El gobernador Hunt fu� sustitui-
do por Beeckman Winthrop ei 4
de julio. Dos dias antes se habla
� reunido la Junta Central con el
, �nico objeto de tratar acerca de
� la pr�xima llegada del nuevo Jefe
Ejecutivo y de la pol�tica que. en t�r-
minos generales, la Uni�n de Puer.
to Rico deber�a poner en pr�ctica
en aquellas circunstancias. Y tras
prolongada deliberaci�n se adopt�
la resoluci�n de que, despu�s del
d�a 4, visitara la Junta al gober<
nador Winthrop "para darse a co-
nocer de dicha autoridad como
cuerpo directivo de la Uni�n", y no
realizar ning�n otro acto en re�a-
c'i�>n con aquel funcionario hasta
ver c�mo se desarrollaban los su-
cesos politlcos y poder estudiar se-
renamente la actitud que deb�a
urumlr la colectividad en vista de
los acontecimientos que surgieran.
A esta sesi�n concurrieron el pre-
sidente, doctor del Valle, y los se-
�ores Rosendo Matienzo Cintr�n,
Manuel Zcno Gand�a, Carlos H.
Blondet. Manuel Camu�as y Jos�
G. del Valle. Y el dia 9 concurrie-
ron estos mismos se�ores a otra
reuni�n en la cual se dio cuenta,
por los miembros de ia Junta Cen-
tral que visitaron al gobernador
Winthrop, de su entrevista con �s-
te, "manifestando � dice el acta
correspondiente � ser satisfacto-
rias las impresiones recibidas do
dicha autoridad creyendo qus qui-
las sea de buenos resultados para
ti pais el nombramiento del se�or
cruzadas con �l y las Ideas de im-
parcialidad y Justicia de que de-
muestra venir animado".
La Junta, estimando conveniente
que la Uni�n se acercara al Go.
bierno, del que se encontraba ale-
Jada por algunos procedimientos
del gobernador Hunt. resolvi� en-
visltar frecuentemente la Man-
si�n Ejecutiva y hacer que Win-
throp, en la pr�xima visita, cono-
ciera las bases de la Uni�n y los
fines y tendencias de ella, hablan-
do al representante de la Admlnls.
traci�n nacional en Puerto Rio�-
"con la franqueza y sinceridad qus
cabe a los que defienden una causa
noble y justa".
El 36 del citado mes de Julio, la
Junta Central, convocada con el fin
de tratar "un asunto de suma Im-
portancia", celebr� sesi�n con la
concurrencia de sus miembros re-
lacionados anteriormente, y en el
acta del d�a consta que se consi-
der� la situaci�n pol�tica del pais,
relacion�ndola con la �ltima acti-
tud del gobernador Hunt respecto
del partido Republicano Poitorrl-
qite�o, asi como las esperanzas que
hacia abrigar el gobernador Win-
throp al ofrecer que las pr�ximas
Wnthrop, a Juzgar por las frases elecciones se llevar�an a cabo con
> � . . � . t . . .
"La lucha de los partidos engen
dr� des�rdenes y esc�ndalos que se
repetir�n a�o tras a�o, sin qus los
poderes p�blicos lo impidan, por la
sencilla raz�n de que a los poderes
p�blicos conviene mantener esta-
agitaci�n qus lss permite justificar
su propia existencia, afirmando y
demostrando qus si pueblo carece
de capacidad para gobernarse por
si mismo.
"Jam�s se vio sn la Isla correr
sangre frente a loa comicios: aho-
ra se ve en todos los per�odos elec-
torales. No existieron turbas que
destruyesen los peri�dicos ni en.
trasen a saco en los clubs: ahora
ese espect�culo ss repite y se scli-
ma t�.
"Hay un presupuesto enorme,
que sirve s�lo a tas apetitos de
gente advenediza. Las arcas del
Tesoro Insular se llenan en tanto
que el comercio carece de moneda
circulante. Los Bancos no prestan
dinero, porque no lo tienen sin du-
da; el cr�dito no existe; los nego-
cios caen poco a poco en la ato-
n�a que precede a la agonfa. Fami-
lias que vivieron en la abundancia
sucumben a la miseria.
"SI liega un instante en que el
patriotismo noble y viril reemplace
a las pasiones raqu�ticas y a las
bajas ambiciones; si los partldoa
Un� lecci�n para unirse...
(Continuaci�n de la p�gina 2.)
la casa. Una sola l�mpara de gas.
alumbraba las escaleras. Sub� al
segundo piso y me encontr� snte
un largo pasillo a cuyos lados se
alineaban puertas Igusles, cada una
de las cuales tenia un postigo. De
debajo de la tercera brotaba un hi-
lo de luz. Un poquito nervioso, pe-
ro determinado a seguir las instruc-
ciones que habla recibido, toqu�
suavemente con los nudillos. Se
abri� si postigo y un ojo fr�o e in-
quisidor me analiz� de arriba a
abajo. Le di el santo y se�a pero
oerr� el postigo sin hacerme caso.
�Qu� era aquello? �Se quer�a
poner a prueba mi coraje?... �Por-
qu� aquel silencio? Tras de cavilar
un momento, decid! a probar a
abrir la puerta por el conocido pro-
cedimiento de darle vueltas a la
manivela del pestillo, y quise po-
ner tanto Impulso, que la puerta,
empujada por mi cuerpo, se abri�
de repente y yo me encontr� de
bruces en el suelo. De un salto el
portero se lanz� sobre mi, lanzan-
t�o lo que debe haber sido su grito
oficial de alarma.
Otra puerta se abri� dentro, y
lutos individuos vestidos a la ma-
nera de Guillermo el Conquistador,
llevaban hachas de madera y es-
cudos, se presentaron a mi vista.
Detr�s vino Ricardo Coraz�n de
Le�n y otros caballero� ricamente
vestidos. Un hombre alto, que lle-
vaba un barba negra y una ban-
dera, a petadas me meti� en el
pasillo y empez� a lanzar juramen-
tos.
Levant�ndome del suelo sub� lss
manos hacia lo alto en prueba de
sumisi�n y les anunci� que venia a
unirme a la hermandad de los
Hombres del Bosque. Y todos me
miraron est�pidamente, como si de
repente se hubieran quedado petri-
ficados.
Entonces Guillermo el Conquis-
tador habl� y dijo: -iIdiota! Esta
es una reuni�n ds los Caballeros de
Pythlas. Los Hombres del Bosque
est�n en sesi�n un piso m�s arri-
ba. �Vayase Inmediatamente!
El duque de la barba negra sol-
t� otra patada, pero antes de que
pudiera alcanzarme ya me encon-
trada yo a la mitad de la escalera.
Aparte de esos detalles que toda-
v�a se mantienen frescos �*m mi
3�mor�a, nade nuevo puedo a�adir
libro de Mr. f erguson, que tan
bien retrata a todas atas benevo-
lentes organizaciones que tanto
Conc�dese gran importancia
a las maniobras de Singapur
Se atribuye mucha significaci�n a la
presencia de barcos americanos
Por H�ctor BYWATER
(N. ds ls R.: el autor'de este ar-
ticulo es una da las autoridades
brit�nicas m�s destacadas en ma-
teria naval)
LONDRES, febrero.�Es dudoso
que haya habido maniobra naval
qus hsya suscitado, en tiempo ds
paz, el Inter�s mundial que despier-
ta la demostraci�n a efectuarse en
Singapur con motivo de la Inau-
guraci�n de la gran base militar
que se verificar� el 14 de febrero.
La situaci�n pol�tica del Extre-
mo Oriente da a la ocasi�n un colo-
rido dram�tico. En circunstancias
en que el Jap�n est� llevando a
cabo una guerra en gran escala,
aunque sin declararla, contra 1*
China; en que personajes japone-
ses del m�s elevado rango (incluso
un almirante que ocupa un puesto
en el Gabinete) proclaman abierta-
mente que su objetivo es el de ex-
pulsar a' la raza blanca de la Chi-
na y de toda el Asia oriental; y en
que el terror que reina #n la Chi-
na trae aparejadas violaciones de
los derechos de propiedad brit�ni-
cos y norteamericanos por las fuer-
zas nipones, la Gran Breta�a se
dispone a efectuar un despliegue
de fuerzas combatientes navales en
las puertas mismas del Pacifico.
Si Inglaterra sola fuera la auto-
ra de esta demostraci�n, el hecho
tendr�a ya considerable Importan-
cia. Con la llegada a Singapur de
una divisi�n ds cruceros norteame-
ricanos Inmediatamente de termi-
nadas las maniobras Inglesas, el
hecho adquiere nuevo realce.
En Inglaterra se sabe bien que
nada que no sea un ataque desca-
rado en contra de Intereses no s�lo
comunes sino vitales, podr�a dar
por resultado que la Gran Breta�a
y los Estados Unidos declararan la
guerra contra un tercero, actuando
en calidad de aliados. Ello no obs-
tante, tanto uno como el otro
pais se siente m�s seguro sabiendo
que ambos se est�n preparando pa-
ra una contingencia de esa clase.
LA BASE DE SINGAPUR
La conversaci�n de Singapur en
gran base naval es un hecho que
ha merecido gran aprobaci�n en
Washington, de igual modo que In-
glaterra ha visto con sumo agra-
do que los Estados Unidos hayan
Incrementado su radio de acci�n
naval en el Pacifico, consolidando
sus bases en lss Islas Hawali y
Aleutianas.
Antes de comentar las maniobras
navales de Singapur conviene des-
tacar algunas caracter�sticas de
esta nueva base. Desde hace m�s
de dos siglos, Inglaterra ha estado
estableciendo puntos de apoyo para
su flota en diversas zonas de ultra-
mar, con el prop�sito de darle ma-
yor movilidad. Empero, s�lo una
vez ha construido Inglaterra una
base naval destinada, al mismo, a
ser una fortaleza aut�noma capaz
de defenderse a si misma durante
largo tiempo sin el concurso de uni-
dades navales destacadas en la ve-
cindad: Glbraltar. que no puede
compararse con Singapur.
El coste de los diques y de las
obras puramente navales de Sin-
gapur asciende a once millones de
libras esterlinas Esta suma, sin em-
bargo, no es m�s que una parte
del gasto total. Por lo menos otros
ocho millones de esterlinas se han
Invertido en la construcci�n de
obras de defensa que se conside-
ran sin paralelo en el mundo. Sean
o no ver�dicas las versiones que
corren de que se han colocado ca-
�ones de 381 y a�n de 43? mil�me-
tros de calibre en las bater�as de
Changi y las Islas que cubren los
flancos de ls entrada al estrecho
de Johore, lo cierto es que esos puntos
est�n erizados de ca�ones de gran
calibre y largo alcance, Iguales si
no superiores en eficacia a loa me-
jores que montan los m�s grandes
acorazados.
LAS DEFENSAS ANTIA�REAS
provenientes del aire son igualmen-
te formldales. �e han montado ca-
�ones antia�reos de todos los ca-
libres �tiles, en posiciones mlmeti-
zadas, por docenas si no por cente-
nares. Hay, asimismo, dos aeropuer-
tos militares dentro de los limites
de la nueva base, sin contar el co-
losal aeropuerto civil Inaugurado
recientemente en las cercan�as de
la ciudad *e Singapur, que es. cla-
ro est�, Inmediatamente transfor-
mable en establecimiento militar.
Las declaraciones oficiales publi-
cadas Indican claramente la inmen-
sidad de las reservas de combusti-
ble, provisiones y otros art�culos
necesarios qus se han acumulado
en la base como precauci�n para
caso de urgencia.
El alcance de estas medidas es
demasiado evidente para que haya
necesidad de hacer hincapi� en �l.
Singapur, resumiendo, ha sido
transformada en posici�n avanza-
da, con el fin de que pueda resis-
tir dursnte semsnas y a�n meses
enteros antes de que puedan rele-
varla las fuerzas flotantes. Tarde
o temprano, con toda probabilidad,
la base ser� el punto de concentra-
ci�n de una gran flota de batalla;
empero, por ahora y por los tres
a�os venideros, no parece probable
que pueda disponerse de esas uni-
dades.
Esos a�os constituyen un perio-
do de peligro del cual el Gobierno
Ingl�s se da perfecta cuenta, y es
por eso que actualmente se traba-
ja noche y d�a en dejar listas las
fortificaciones de Singapur y en
construir una flota entera de aco-
razados, cruceros y naves auxilia-
res en los astilleros ingleses.
Arriesg�ndose a correr peligro en
en mar del Norte y el Mediterr�neo,
Inglaterra podr�a a�n hoy mismo
enviar seis acorazados a Singapur;
y lo har�a sin vacilar si se hiciera
aguda la situaci�n en Extremo
Oriente. Al hacerlo quedarla des-
provista de buena parte de su pro-
tecci�n; por m�s que se acent�a la
creencia en Inglaterra que Alema-
nia no estarla tan dispuesta a apo-
yar a los japoneses como �stos lo
creen.
LAS MANIOBRAS DE
SINGAPUR
Debe subrayarse que las fuerzas
que participar�n en las maniobras
navales de Singapur constituyen
tan s�lo una divisi�n "decorativa",
de modo que estar�a fuera de lugar
toda comparaci�n con los efectivos
japoneses. En caso de urgencia la
flota brit�nica destocada en Extre-
mo Oriente quedarla reforzada por
el aporte de las divisiones austra-
liana y neozelandesa y luego por
acorazados y cruceros prominentes
de otras partes.
Hay razones que permiten creer
que las autoridades navales brit�-
nicas se sienten mucho menos alar-
madas ante la situaci�n general
que lo que quieren hacer creer los
radio-propagandistas Japoneses. En
el peor de tas casos, Inglaterra es-
t� dispuesta a defender sus Inte-
reses en el Pacifico sin ning�n con-
curso extra�o, a�n si las circuns-
tancias la obligaran a hacer una
guerra de retaguardia, Nt se cree
tampoco que Alemania, inventora-
del "pliego amarillo", atacarla a
Inglaterra mientras �sta estuviers
luchsndo en el Pacifico.
Las maniobras que se efectuar�n
en Singapur no tienen por cierto
el car�cter de un desafio contra
nadie; es solamente una demostra-
ci�n, o comprobaci�n, del hecho de
que Inglaterra puede defenderse a
al misma, aunque bien es cierto
que recibirla con agradecimiento la
ayuda de naciones hermanas de ra-
sa o amigas que tienen tambi�n In-
tereses o propiedades en la zona
occidental del Pacifico.
Desde el punto de vista exclusiva-
mente militar, las maniobras tienen
el prop�sito de probar, primero, el
valor de las defensas, y, segundo,
la eficiencia del organismo creado
para apoyar a aqu�llas con tanta
rapidez como sea posible, con el
I*M H*�f1ft" TJstjT l0* *laWi|�, meatos ^ftcc^edjifltea de divjalflssas
Personajes mundial**
Alois Hitler y la familia del jefe
del tercer Reich
Alois Hitler, caricatura de S. Rolles.
NUEVA YORK. (Edltors Press)�
"Sup di duhn un fret didlck und
holl din mu� von polltlk" se lee en
un letrero a trav�s del frontis de
un restaurant en n�mero 3 Witten-
Olalz en un barrio elegante de Ber-
l�n. Significa: "Beban mucho o co-
man mucho pero no hablen de po-
l�tica." Ni el letrero ni la comida
o bebida tienen mucho de particu-
lar pero el due�o del restaurant si;
es Alois Hitler, medio hermano de
Adolf y tres a�os mayor que �l.
Alois lleg� a Berl�n un a�o antes
que su hermano y estableci� hace
unos cinco a�os un peque�o restau-
rant cerca de la Estaci�n de Citar-
lottenburg. A fines de 1937 con las
utilidades hechas a la sombra leja-
na de su hermano, Alois abri� el
restaurant que ahora atiende �l mis-
mo y del cual quiere excluir la con-
versaci�n pol�tica pero no-a los pa-
rroquianos que le dejan buenos mar-
cos. Usa un bigote muy parecido
al de su hermano Adolf pero es mu-
cho m�s grueso y rublo que �l. Se
parecen poco y no parece que haya
entre ellos relaci�n afectuosa al-
guna.
Bien poco se sabe a�n hoy de la
familia de Hitler; �l parece preocu-
parse poco de ella aunque ha soco-
rrido siempre con alguna peque�a
pensi�n a sus hermanas cuando lo
necesitaban. Los cronistas ni siquie-
ra est�n de acuerdo acerca de cu�n-
tos son los hermanos, hermanas y
sobrinos del Fuehrer que viven ac-
tualmente ni en qu� es lo que ha-
cen.
Se entiende que de tas dos her-
manos de padre y madre, un medio
hermano y una media hermana que
tuvo el Fuehrer, tres han muerto,
dos viven en Alemania y uno en
Austria. La que vive al parecer en
Viene enteramente alejada del mun-
do es Paula Wolff que en un tiem-
po fu� dactil�grafa y ahora recibe
una pensi�n de su hermano. Angela
Raubal que sol�a hacer de due�a de
casa en la residencia del Fuehrer
en Berchtesgaden se cas� con el
profesor Hammiszsch de Dresde y
vive en esa ciudad, Adolf Hitler no
asisti� a su boda.
A diferencia de su hermano fa-
moso que jam�s bebe ni fuma y es
estrictamente vegetariano, Alois gus-
ta de la buena mesa bien regada
de cerveza y de vlnoa y de la charla
ahumada con Interminables ciga-
rros.
El m�s conspicuo sobrino del Dic-
tador de Alemania que naci� en
Austria (Branau el 20 de abril de
1889) es un ciudadano Ingl�s hecho
y derecho; se llama WUUe Hitler y
es hijo de Alots. Su nombre com-
pleto es Willlam Patr�ele Hitler y
nad� en Liverpool hace 36 a�os.
En 1909 su padre Alois, que en-
tonces tenia 26 a�os, estaba estu-
diando el negocio de restaurants en
Dublin donde conoci� en una fiesta
a Brldget Dowling, hija de un ha-
cendado irland�s. Se amaron, ae es-
caparon a Londres y se casaron en
la Vicaria de Marylebone el 3 de
junio de 1910. Un a�o m�s tarde
nad� Willle en Liverpool. WUUe ha
pasado la mayor parte de su vida
en Inglaterra; hace cuatro aftoa vol-
vi� al lado de su padre en Berl�n,
pero hace frecuentes visitas a su
madre patria. Se parece m�s a Adolf
que a cualquiera de los otros pa-
rientes. Ha declarado que jam�s de-
jar� su ciudadan�a brit�nica y que
acaso por ser ingl�s no entiende
bien eso del "nacional socialismo".
Est� de acuerdo con lo fundamen-
tal del movimiento nazi pero no es
un militante; dice que "su t�o" com-
prende eso y no le hace cargo.
LA VIRTUD
Como "ley moral", la virtud ha si-
do exaltada y consagrada por los
m�s grandes sabios.
Es "lo principal', dice Confucio.
"En si tiene todas las cosas�a�ade
Lope de Vega�, y todas le faltan
a quien no la tiene".
"No hay camino m�s seguro pa-
ra ir a la dicha", repite otro fil�-
sofo. "No hay arma tan poderosa
como ella", sentencia S�neca. "Es
lo que� despu�s del amor, m�s atrae
el amor", escribe Vives. "No teme
la luz�afirma Fray Luis de Le�n�
�sino que va hada ella".
"Desde su templo se pasa al de
la gloria", declara Cicer�n.
Para S�focles es "perpetua y cons-
tante riqueza", y para Antistenes
"nobleza y virtud son una misma
cosa".
destacadas en otros puntos, cerca-
nos o lejanos.
Derechos reservados a EL MUN-
DO por North Amerloon News-
, pepee AlUance,
LOS DIENTES
Los dientes permanentes brotan
por el siguiente orden, poco m�s o
menos: a los seis aftos, los prime-
ros molares;
A los siete a�os, los incisivos cen-
trales;
A los diez, los primeros bic�spi-
deS;
A los once a�os, los segundos bi-
c�spides;
De los doce a tos trece a�os, los
caninos;
De los doce a los quince, tos se-
gundos molares; y
Entre los diez y siete y los vein-
ti�n aftos, aun cuando la regla
aqu� es m�s el�stica, las denomi-
nadas muelas del juicio.
�?�*-
HUMORISMO
Un Joven va a una cuadra, pide
un caballo para dar un paseo y le
exigen fianza.
��Tiene usted miedo�dice el Jo-
ven�de que vuelva sin el caballo?
�No, se�or. Lo que temo es que
vuelva el cabaUo ala usted.
Se cree que el efecto inme-
diato del plan Van Zeeland
Sea favorable a un convenio comercial
angloamericano
POR SIR ARTHUR WILLERT
(N. de ls R.: El autor de este arti-
culo ha sido director del servicio
de prensa del Roreign Office brit�ni
co, y es autor de "Aspectos de la
Pol�tica Extranjera Brit�nica". "Las
Fronteras de Inglaterra" y otras
obras).
LONDRES.� Cualesquiera que
sean los resultados de las propues-
m�s esperanzas, en Inglaterra, en
el �xito de un convenio comercial
angloamericano. Se cree que este
acuerdo contribuirla en mucho ma-
yor grado a la soluci�n del proble-
ma internacional que las recomen-
daciones del se�or Van Zeeland.
INTERVENCI�N DE EE. UU.
Nadie cree que ei deseo expre-
sado por el se�or Hull de allanar
tas formuladas por el se�or Van ; lss barreras que entorpecen el in-
Zeeland, lo probable es que su 'se-
to Inmediato sea favorable a la
conclusi�n de un convenio comer-
cial entre Inglaterra y los Estados
Unidos. Favorable, por lo menos, en
cuanto a Inglaterra. El informe del
estadista belga ofrece argumentos
s�lidos para los partidarios ingleses
de tal convenio, que se muestran
dispuestos a conceder a los norte-
americanos las condiciones que pi-
de el ministro de Negocios Extran-
jeros de Washington, se�or Cordell
Hull.
Por lo dem�s, es dudoso que las
recomendaciones del Informe Van
Zeeland, por pr�cticas que parezcan,
lleguen a producir resultados con-
cretos, por lo menos en lo que to-
ca a Europa. Dichas recomendacio-
nes Involucran cierta colaboraci�n
con las naciones totalitarias en con-
diciones que �stas no se �entlrian
f�cilmente indinadas a aceptar.
El se�or Van Zeeland reconoce
que pa�ses como Alemania e Italia,
donde est�n en vigencia restriccio-
nes de cambio, solamente pueden
rehabilitarse econ�micamente por
completo si se les concede cr�ditos
o se les facultan pr�stamos. Empe-
ro, al referirse a la necesidad de Im-
poner condiciones de orden pol�ti-
co como garant�a para otorgar di-
chos cr�ditos, el Informante reco-
noce tambi�n que las naciones lla-
madas "democr�ticas" no est�n dis-
puestas por ahora a efectuar gran-
des pr�stamos a las "totalitarias"
en el estado actual de cosas. Y en
esto Uene raz�n.
LA ACTITUD INGLESA
La actitud del gobierno y del pue-
blo brit�nicos hacia la cuesU�n de
pr�stamos a Alemania e Italia es
exactamente la misma que su ac-
titud en lo que se refiere s ls de-
voluci�n de las colonias a Alema-
nia: estiman que dlchrs concesio-
nes pueden considerarse �nicamen-
te como parte Integrante de un
programa general, encaminado a
buscar soluciones definitivas a los
malestares actuales.
Existe, claro est�, un grupo de
financieros que estarla dispuesto,
si se lo permlUere, a efectuar pr�s-
tamos a las naciones "totalitarias".
Es, sin embargo, un grupo peque�o
y de poca Influencia; adem�s, el
gobierno ejerce una fiscalizaci�n
importante sobre los pr�stamos al
extranjero.
Tampoco se cree en Inglaterra que
ni Alemania ni Italia est�n dis-
puestas a abandonar su pol�tica
de nacionalismo econ�mico. La pro-
paganda a favor de esta doctrina
ha aumentado en Intensidad en eeoe
pa�ses �ltimamente. No se trata ya
solamente de la preparaci�n antib�-
lica. Se subraya q�% el nacionalismo
econ�mico es une medida necesaria
para proteger al pa�s contra las
veleidades de las finanzas "demo-
cr�ticas". La crisis en los Estados
Unidos y el retroceso econ�mico
que est� experimentsndo la Gran
Breta�a han venido a reforzar esa
pr�dica. Los comerciantes alema-
nes afirman ahora que querr�an
ver a su pais en condiciones de ser
suficiente para si mismo, de modo
que no tenga que pasar malos ra-
tos pensando en la posibilidad de
un nuevo desastre en la Bolsa de
Nueva York o de Londres.
Por estas razones y otras simi-
lares, son numerosos los que cifran
tercambio entre su pais e Ingla-
terra y otras naciones signifique
que los Estados Unidos se dispon-
gan a intervenir en la pol�tica eu-
ropea. Las �ltimas ilusiones que
pudieran haber existido a este res-
pecto hsn desaparecido en vista
de la evidente diaposici�n de Wash-
ington de no recurrir a otro recur-
so que a las meras palabras en de-
fensa de sus Intereses y su presti-
gio en Extremo Oriente, donde an-
tes desplegaba intensa actividad.
El asilamiento norteamericano es
cosa que en Europa se considera aho
ra axiom�tica. Sin embargo, existe
la creencia de que la firma de un
convenio comercial entre Londres
y Washington, en que intervinieran
tambi�n los prindpales Dominios
brit�nicos, podr�a hacer cambiar de
opini�n a los gobiernos de tos pa�ses
"totalitarios", si llegara dicho
acuerdo a demostrar que las na-
ciones "democr�ticas" no son tan
Incompetentes como se les juzga.
Sea como fuere, el hecho es que
los esfuerzos pol�ticos hechos por
las "democracias" por salvar a Eu-
ropa han fracasado. La creciente
influencia alemana en el Viejo Con-
tinente, el derrumbe de la Sociedad
de las Naciones y la intervenci�n de
extra�os a favor de ambos bandos
en la guerra civil de Espa�a lo po-
nen claramente de manifiesto.
Para llevar a cabo la rehabili-
taci�n europea no queda otra co-
sa que ensayar que la acci�n eco-
n�mica. Y en este senido el con-
venio anglo-norteamerlcano seria
algo concreto, a diferencia de las
recomendaciones del se�or Van Zee-
land. que no pasan de ser m�s que
una f�rmula abstracta.
DIFICULTADES INGLESAS
Otro factor que viene a reforzar
el movimiento pro-acuerdo con Es-
tados Unidos es el creciente costo
de ls vida en Inglaterra. Ya est�
causando descontento en las zonas
fabriles y sirviendo de p�bulo a
los ataques de los sectores laboris-
tas y liberales de la oposici�n. Ello
da al gobierno un argumento �til
que esgrimir frente a los tres sec-
tores poderosos que lo apoyan pero
que se oponen al proyecto del se�or
HuU. Estos tres sectores son tos In-
tegrados por los . agricultores, tos
partidarios del proteccionismo In-
dustrial y los que querr�an ver im-
plantado en el Imperio Brit�nico
la autarqu�a, olvid�ndose de que
los Estados y el Canad� t� nen un
Intercambio superior al de cualquier
otro par de naciones, y de que el
comercio anglono leamerl-ano e si-
gue en orden de importando.
Derechos reservados a EL MUN-
DO por North American Newspaper
Alliance.
toda legalidad. Imparcialidad y or.
den, y prometiendo todo g�nero de
garant�as, excitando a la Uni�n de
Puerto Rico a que concurriera a
ellas.
Habida cuenta de que la Asam-
blea Constituyente de esta coleo-
tividad habla acordado el retrai-
miento para las elecciones en la
atinente a las C�mara de Delega-
dos por falta de garant�as y con
el prop�sito de evitar que se repi-
tieran actos que regaron con san*
gre nuestra tierra, y hecho cono,
cer ese acuerdo al Gobernador, �s-
te insisti� en que la situaci�n alu-
dida habla cumblodo, proponi�ndo-
se probarlo con exhortaciones a la
Polic�a Insular y a los Tribunales
de Justicia, puia que sostuvieran
con firmeza la garantia del ejerci-
do del derecho electoral. Y toda
vez que por resoluci�n de la misma
Asamblea Constituyente se deter-
min� Ir a los comicios para la �lec-
ci�n de los organismos locales don.
de la superioridad de las fuerzas
unionistas hicieran in�tiles todos
los ardides e ilegalidades que se
pusieran en Juego por los republi-
canos para arrebatar a los unio-
nistas su triunfo, fu� acuerdo so-
meter a la colectividad la trascen-
dental cuesti�n de rectificar el de
la mencionada Asamblea, en el sen-
tido de concurrir a las urnas en
lucha por todos los cargos de elec-
ci�n popular.
A tal efecto se resolvi� que ya
que reunir la Asamblea ocasiona,
r�a gastos a los correligionarios y
llamarla la atenci�n p�blica dando
lugar a que se estimulara el adver-
sario y se organizara poniendo fin
a los desacuerdos y disidencias que
lo debilitaban dia por dia, consul-
tar el parecer de todas las Juntas
locales de la colectividad, en for-
ma de un plebiscito, rog�ndoles <,ue
convocaran urgentemente a sus
miembros y determinaran respecto
de si, en vista de las circunstancias
expuestas, deoia o no la Uni�n de
Puerto Rico ir a las urnas en las
cercanas elecciones, para la Junta
Central decidir de conformidad con
el voto de la mayor�a de las loca-
les.
El resultado del plebiscito fu� el
siguiente, seg�n aparece en el ac-
ta de la sesi�n celebrada por la
Junta Central el 30 de agosto in-
mediato: 92 votos en pro de la rec.
tlficacl�n del acuerdo de la Asam-
blea, 9 en contra siempre que no
fuere factible evitar que, por dis-
posici�n de la Ley Electoral hecha
por la C�mara homog�nea repu-
blicana electa en 1902, se constitu-
yesen las mesas en los colea
electorales con mayor�a de juecek
pertenecientes al Partido RepubliJ
cano, (se refer�an a la llamada
ley del dos por uno), y 2 votos en
contra de una manera absoluta.
Estos dos votos pertenec�an a las
Juntas locales de Cidra y Sabana
Grande.
De conformidad con la opini�n
de los susodichos organismos loca,
les, la Junta Central resolvi�, pues,
ir a las urnas en lucha para todos
los csrgos de elecci�n popular,- y
entonces y asi comenz� la serte glo-
riosa de .triunfos asombrosos con
que se destsca en la historia pol�tica,
de Puerto Rico la colectividad unio-
nista fundada en febrero de aquel
a�o.
Y asi pis� la arena de los com-
bates eleccionarios, por primera
vez, la Agrupaci�n Ae Patriota� que
fundaron aquellos dos gigantea del
pensamiento y de la acci�n que se
llamaron Luis Mu�oz Rivera y Ro-
sendo Matienzo Cintr�n.
(Anuncio)
>
GOBIERNO DE PUERTO RICO
DEPARTAMENTO DEL INTERIOR
AVISO
En cumplimiento a lo estatuida
en la Secci�n 4* de ls R. C. N�m. �>
55, aprobada por la Legislatura de
Puerto Rico en 15 de mayo de 1837,
titulada: "Pera autorizar al Com�- t
sionado del Interior a qu� Regla-
mente la preparaci�n de planos ds *�>
les terrenos p�blicos y psrUculs- *
res en las dlsUntas municipalida-
des de esta Isla, con el fin de reco-
pilarlos a ir formando el plano ca-
tastral de la Isla de Puerto Rico
de acuerdo con los Registros de la
Propiedad, y. para otros Unes", por
el presente se notifica a los se�o-
res Ingenieros y Agrimensores au-
torizados a ejercer su profesi�n en
esta Isla, asi como tambi�n a los
propietarios de fincas r�sticas o ur-
banas sujetas a las prescripciones
de dicha R. C. N�m. 55 que.'el
Reglamento para poner en ejecu-
ci�n la misma ha sido aprobado
por el Hon. Consejo Ejecutivo de t
Puerto Rico.
Los Interesados que deseen obte- *
ner una copia de dicho Reglamen-
to, se servir�n solicitarla en la Di-
visi�n de Terrenos p�blicos y Ar-
chivos de este Departamento. *
San Juan. Puerto Rico, 7 de fe-
brero de 1938.
Jos� E. COLOM,
Comisionado.
1



El MUNDO, SAN JUAN, P. R. � DOMINGO 13 DE FEBRERO DE 1938.
ALQUILER DE CAS AS
ADMINISTRACI�N DE Finca� Ur-
banas en San Juan, Puerta de Tie-
rra y Santurce. Deicanie de la pre-
�cupaci�n del Inquilinato y conser-
vaci�n de �ui propiedades. Lucas
Gim�nez acepta representaciones.
Luna esquina Cruz 23, tel�fono 2175.
�>-0"G
ALQUILASE O V�NDESE casa
�Mulna. altos Colmado Rlftu. ca-
lle Providencia N�m. 38. Sunoco.
sala, balc�n corrido, terraza, cua-
tro habitaciones, dos comedora� v
dos servicios en $26.00. Informar�:
Mar!� Navarro. Tel. 2255 rojo. San-
turce._______________ 2-14-N
SE ALQUILA casa a mano dere-
cha Am�ileo Salas Norte. 3 dormi-
torios, garaje y cuarto de servicio
aparte, $55.00. Para Informes 503
San Juan._________________HNA-L
ATENCI�N: ALQUILASE Altos ca-
aa V�llamll 22 Situada sombra, s�p-
tima casa despu�s Farmacia Blan-
co, con cuatro amplias habitacio-
nes, con sus closets, antesala, sala,
comedor, cocina, espl�ndido balc�n
corrido, garaje y cuarto servicio se-
parado. Informar� tel�fono 2025
Santurce. 2-16-D
ALQUILASE O V�NDESE chalet
moderno, concreto, mejor construc-
ci�n Santurce. 'Cinco habitaciones,
amplia sala, comedor, espl�ndidos
balcones, s�tano, garaje, etc. si-
tuado calle Seboruco esquina De
D.ego, cerca escuela M. Cueba� Ba-
cener. Informes Juli�n Alvarez, te-
l�fono 60 rojo, Santurce. 2-16-A
V**J
L �*
>i-
setHtefrc?
McaccaeorxAoo
troces
chO~.i�c� cuse-
'poar-

r sue>oM�e.> veooeT ostcd so e-mci\oo? i^L0E3,V#K�OSfM-�attNO.Que eo twmpo es orco:... SftosxeopftQAa?
f VP�iw< ]
jsy

IJBHdl � M�H
O^c. HIT. Siii|
�12*
T*5r�9eai9vAe-
&*t..
J�E
ALQUILER
CASAS
SE ALQUILA casa concreto cua-
tro habitaciones, y dem�s comodi-
dades, en Concordia 33, Mlramar.
Informes Tel. 578, San Juan. 2-13-M
FOR RENT penthouse. three bed-
rocms, two baths. hot water, big
terrace, cool a., year around, ele-
vator servlce, new buildlng. Vlctory
Carden Apartments, Stop 15. rent
170.00 monthly, apply Janitor on
premlses or telephone 3156 Santur-
ce, Mr. Sifre. 2-26-H
SE ALQUILA por $7000 � magni-
fica residencia, seis dormitorios con
closets. mirador y garaje, en Carre-
tera Nueva 148. Stop 20, Santurce,
donde le informar�n. 2-12-R
FOR RENT: Spanish bungalow,
Rosarlo St. 17, Stop 43. four bed
rooms, servants quarters, front and
back porchs. nice neighborhood.
Phone 1839 Santurce, �rom 8 A. M.
to 2 P. M. daily. 2-17-1
FOR RENT at Stop 31H Hato Rey.
concrete house. big porch. three
bed-rooms, .untry, modern bath
rocra, garage, seivant quarters.
w�shing and lroning rooms. *cre-
ened and lron bars In all Windows.
American neighborhood A res.1
house on a big lot Phone 110 R..
Hato Rey._________________HNA-B
FOR RENT: Newiy bullt house,
Flores Street No. 31. Three rooms.
,ga� stoye. garage. Furnished w:h
three aets, S50; unfurnlshed $32;
Telephone 1953 negro. 2-14-C
ALQUILO O VENDO Pedro Ar-
zuaga 29. R�o Piedras, casa concre-
to, cinco dormitorios, gara]* con-
creto, con habitaci�n, buen solar,
cerca guaguas, mercado, universi-
dad, infirmes Vallejo 7. 8-15-N
SE ALQUILA: Casa en Yardley
Place N�m. 5, Lolza. cerca del mar
y guaguas; tiene mirador y garale.
.Informar�. R�os Algarln, Tel 676,
San Juan. 2-19-R
SE ALQUILA: Casa de concret�
calle Naranjos N�m. 6. Mlramar.
Cuatro amplios dormitorios. gara-
Je, cuarto servicio, acabada de p,n-
tar Informes tel�fono 903 San
Juan. 2-13-G
ALQUILASE CASA concreto, sala,
comedor, cinco dormitorios, cocina,
doble servicio sanitario, garaje y
patio, Hip�dromo 19H esquina Fe-
ria, parada 20. Renta $60.00. Infor-
mes Familia Ortiz. 2-14-0
MUY CERCA Universidad se alqui-
lan dos casas. Informar� Rafael
Margarlda, Mu�oz Rivera No. 5,
Tel. 95. R�o Piedra�. 2-15-M
POR $65.00 magnifica residencia,
acabada de construir en el Parque
Borlnquen. Regio� faroles, rejas.
Distinci�n, confort, marquesina, y
hermosa habitaci�n con ba�o enci-
ma del garaje. Tels. 1495. 108 azul.
Santurce. 2-14-M
APARTAMIENTO CRUZ N�m. 27,
segundo piso, nueve habitaciones,
�ala, comedor, do� cuarto� sanita-
rios, recibidor, sesenta d�lares, In-
forme once a una. tel�fono 290, San
Juan. Administrador, Miguel Por-
tel!. 2-14-P
ALQUILER
APARTAMIENTOS
FOR RENT: "Borlnquen Park
Apartment�", on Nereidas Street,
near the sea, parlor, dinlng room,
three bedrooms, two bathroomt,
kltchen, pantry. servant's room
wlth bath. hot water. Janitor ser-
vlce, garage and elevator. Apply
Phone 612, San Juan, or 433 San-
turce. 2-17-F
APARTAMIENTOS PEQUE�OS-
$30.00. Ideal para matrimonio*. Do�
dormitorio�, �ala. comedor, cocina
y ba�o. Moderno� y c�modo�, Urba-
nizaci�n Hip�dromo, Parada 21.
Santurce. Ledo. R. Bu�caglia. Te!.
1307 rojo, Santurce. 2-25-B
FOR RENT: Furnished apartments
at Olimpo No. 3. one or two rooms.
all screaned with automatlc ele-
vator. runnlng >ot water and all
modern convenlences. Phone 388,
Santurce. Speclal Prlce. HNA-L
SE ALQUILA casa de dos plantas,
cuatro habitaciones en los altos y
dem�s comodidades, bajos propio
para cualquier negocio, con una
cuerda de terreno llano. Informa-
r�: Emiliano M�ndez, tel�fono
1018-2. R�o Piedras. Km. 2.9. Carre-
tera TruJIllo Alto. 2-26-M
ALQUILASE espl�ndida residencia
en el Condado. Avenida Ashford.
Sala, biblioteca, comedor, cuatro
dormitorios, dos ba�os, pantry, co-
cina, hermoso mirador y departa-
mento servicio. Puede verse. Infor-
mar�: Tel�fono 735, Santurce.
____________________________2-26-B
SE ALQUILA: Mirador calle del
Carmen. Parada 17. tel�fono 894
verde, Santurce. Independiente, con
servicio sanitario. Propio para dos
personas de buenas referencias, sin
ni�os. 2-16-A
WANTED SMALL WELL furnished
house or apartment, two bedrooms
m�nimum, for six months. Respon-
slble tenants. Telephone 75 Hato
R*y-_____________ 2-17-q
SE ALQUIL.'.: Una casa en la ca-
Ue Europa N�m 46. en S35 00. Se
vende tambi�n un ranch�n. Infor-
mar� Tel�fono 108 azul, Santurce.
____________________ 2-13-M
SE ALQUILA: Segundo piso en
Alien 83; siete dormitorios, acaba-
do de pintar, fresco, c�modo. Pida
Informes y llave en Alien 86. al-
tos. ____________ 2-13-G
ALQUILASE PISO peque�o, propio
para familia sin ni�os, sitio pro-
m.nente. hermosa vista ciudad,
amplia terraza, comodidades, ca-
sa moderna, centro San Juan In-
formar�n Brau 35, Tel�fono 830
____________________________2-13-S
SE ALQUILA hermesa residencia
de concreto en Carretera Nueva.
parada 20 Cinco dormitorios, des
cuartos de bafio y dem�s comodi-
dades. Inf�rmese Tel. 1189 rojo,
Santurce. 2-14-F
SOL 39- Se alquila o se vende.
$40 00 mensuales con buen mira-
dor, fresco. Informar�n Joyer�a F�-
lix L�pez, tel�fono 757. 2-15-J
RIO PIEDRAS. Urbanizaci�n Ca-
brera, n�mero 20. planta baja. Pi-
to� de loseta�, cuatro habitaciones.
bafto moderno, sala, comedor, co-
c.na espaciosa, agua callente en las
dependencias sanitarias. Cuarto
sirvientas con lavadero de ropa y
servicio sanitario fuera de la casa.
Informar� Soledad Bass� Ciar, en
la misma Urbanizaci�n. Tel. 81.
2-15-B
DUFFAUT NUM. 26: Hermoso cha-
let, cinco cuartos, sala, comedor,
dos terrazas, cocina gas. dos cuar-
to� sanitarios, dos garajes. Infor-
me once a una. tel�fono 290, San
Juan. Administrador. Miguel Por-
tel!. 2-14-P
ALQUILER
APARTAMIENTOS
DESEA APARTAMIENTO c�modo,
limpio y deudosamente fresco, lo
encontrar� en el 253, Avenida Ponce
dt Le�n, stop 25. Informe� Tel. 1752
Negro, Santurce. 2-15-A
SE ALQUILA un apartamiento, ca-
lle South Taft No. 28. Informar�n:
Tel�fono 497 Santurce. HNA-S
APARTMENT at Cervantes Street,
Condado Ward, modern, all ecre-
ened. hot runnlng water, quiet
place. For further Information cali
telephone San Juan 1977 or 213
Ssnturce. HNA-Q
ALQUILASE �partamiento moder-
no, lo m�s fresco de Santurce. Pon-
ce de Le�n No. 221. Parada 23. Tres
dormitorios, doble servicio san.ta-
�o, etc. Tel�fono 1977 San Juan.
HNA-Q
FOR RENT: Four room modern
apartment, near beach. unfurnlsh-
ed. Taft 28, Telephone 1003, Santur-
ce. 2-21-C
LUJOSO, C�MODO y fresco apar-
tamiento, reciente construcci�n, al-
tos. San Agust�n Street Puerta de
Tierra, doble servicio sanitario.
ventilaci�n por los cuatro lado�.
Tel. �871 Santurce. 5-18-K
ALQUILANSE: Tre� apartamien-
tos a $30.00, cuatro dormitorios,
sala, comedor, terraza, frente Igle-
sia San Agust�n, parada 6. Avenida
Ponce de Le�n, N�ms. 53-55. Infor-
mar�n: Tel�fono 1269 negro. San
Juan. 2-16-P
SE ALQUILA: Casa acab�ndose fa-
bricar Urbanizaci�n Hip�dromo.
Avenida A. N�m. 10. con todas co-
modidades modernas. Sala, come-
dor, panfry, cuatro dormitorios, co-"
ci�a, bafto, doble servicio sanitario,
garaje, habitaci�n servicio, lavade-
ro�. Santurce 430 rojo. 2-14-T
MIRAMAR: Precio razonable. Al-
qu�late residencia Berga 10. frente
Laguna Condado, cuatro dormito-
rios, dem�s comodidades, instala-
ci�n gas. tel�uno, agua, luz, caseta
sirvientes, garaje, caseta laguna.
Informes: Tel�fono 1473, Ponce de
Le�n 13, Ssnturce. 2-26-B
ALQUILASE: $32.00� primera plan-
ta casa Sol 55. Est� en magn�ficat
condiciones. Preferible matrimonio
tolo o personas mayores. Informa-
r�n Luna 30. Apto. 3, tel�fono 773.
San Juan. 2-18-F
SE ALQUILA apartamiento en ca-
sa nueva da concreto y se venden
algunos muebles. Avenida Mlramar
N�m. 6, Tel. 1925-, Santurce. 2-14-B
HA VE VACANCY at th� Villa de
C�ceres Apartments, Stop 50, Con-
dado and the Playa inmediate pos-
sesslon. Phone 539 Santurce, Lee H.
Vendlng. 2-16-V
SE ALQUILA apartamiento nuevo
en la Avenida Fern�ndez Juncos,
parada 16, $25.00. Informea: Tel�-
fono 145, Santurce. 2-17-G
SE ALQUILA un apartamiento c�-
modo en el "Apartamientos San
Jos�" en R. Cordero N�m. 30; asi-
la, comedor, cocina, do� dormito-
rios, un baAo. Tiene adem�s coci-
na de gas, agua, modern�simo as-
cenior autom�tico. Dir�jase al due-
�o. Sr. Antonio Tedeschl Sant'Aga-
ta. Tel�fono 328. Santurce. 2-17-T
FOR RENT: Furnished apartment,
electric refrigerator. residenflal sec-
tlon. cool. Fiol Apartment�; Next
to Union Club. Stop 10, Miramar.
From $30 up. Telephone 1086 San-
turce. 3-8-F
ALQUILER
HABITACIONES
CASA FAMILIA alquila una habi-
taci�n con comida�, cerca Central
High, frente parada guagua*. E.\i-
gense buenas referencias. Hip�dro-
mo 14, esquina Carretera Nueva,
parada 20. tel�fono 786. 2-14-M
EN SAN JUSTO 18 tercer piso, se
alquila una habitaci�n para ma-
trimonio sin nlftos, j�venes o se�o-
ritas. Se exigen referencias. Sra.
Ramos. 2-13-R
ALQUILO A CABALLERO habita-
clon con closet, entrada Indepen-
diente, Inmediata al trolley, en Fi-
gueroa 9. altos, parada 18\4. TeJ. 33
negro, Santurce, P. R. 2-15-A
SE ALQUILA espl�ndida habitaci�n,
tres balcones a 1'. calle, propia pa-
ra dos personas, �nico hu�sped en
la casa, solamente persona distin-
guida. V�ala Cristo 25, esquina
Luna. 2-15-B
COMPRA VENTA
CASAS
CASA POR $1100 cash. De madera
con 350 metros solar en parada 21.
Informar� Buxeda, tel�fono 398.
Santurce. 2-26-B
YEMA DE FLORES
LLAME AL TELEFONO 969 San-
turce. se�ora Isabel Vda. de Andi-
no si necesita ramo�, cruces, coro-
nas o cualquier otro trabajo que
desee en flores naturales. Cinta�
con Inscripciones art�sticas. Calle
Hoare No 16. Parada 14. HNA-A
VENTA DE FLORES naturales:
en toda clase de trabajo�. Se Im-
primen cinta� para coronas. Llame
al tel�fono 825. parada 14 Calle
Hern�ndez N�m. 6 Encarnaci�n
Hern�ndez. HNA-H
APARTAMIENTOS SAN FERNAN-
DO. Ave. Fern�ndez Juncos esqui-
na calle Hern�ndez. Miramar. �Aca-
bados de construir! �La �ltima pa-
labra! Cuatro dormitorios, $65.00.
Tres dormitorios. $50.00. Para In-
formaci�n completa dir�jase a An-
tonio Hern�ndez, tel�fono 1197 San-
turce. 2-19-F
SE ALQUILA apartamiento altos,
con -sala, comedor, dos dormitorios,
otro comedor de verano, bafto, co-
cina. Precio $28.00 mensuales. Ra-
dicado Urbanizaci�n Hip�dromo,
Carretera Nueva. Tel�fono 461 azul.
2-14-P
ALQUILER
LOCALES
LOCAL TIENDA: Se alquila, dos
plantas. 2,500 pies cuadrados, fren-
te P!aza Baldorioty, entre Kleins
y Gonz�lez Padln. Informes sexto
piso, Edificio Plaza. Box 1474 San
Juan. HNA-R
ALQUILASE: Oficina dos puertas
calle, $22.50; otra Interior por $15.-
00. Informar� "La Previsora". Edi-
ficio Bouret, oficina N�m. 27. Tel.
1236. 8:30 A. M. a 5:30. 2-19-D
SE ALQUILA local con aparadores.
y vidrieras sitio c�ntrico, frente al
Marti, por �100.00, calle San Jus-
to, N�m. 37. Informar�n: L�pez 5c.
y 10c. HNA-L
LOCAL propio para colmado u
otro negocio, se prepara con o sin
vivienda, a gusto del cliente, en
edificio calle del Parque, esquina
calle Hospital, Santurce. Informes
Antonio Hern�ndez, tel�fono 1127,
Santurce. 2-19-F
SE ALQUILA: Amplio almac�n en
O'Donnel 6. Para Informes llame
al tel�fono 808, Sai< Juan. HNA-R
OPORTUNIDAD: Ofrecemos 8.000
pies cuadrados de espacio en el
"Edificio Ochoa" propio .iar� ofi-
cinas. Industria o almac�n Infor-
me: Administraci�n Edificio Ochoa.
Tel. 1273. San Juan. P. R 2-23-G
ESPLENDIDO LOCAL alquilase
para oficina en Alien esquina San
Jos�, alto� Bar Dent�n, frente
Kleins. Inf�rmese en lo� alto� o
tel�fono 2863 negro, Santurce.
2-18-T
ALQUILER
HABITACIONES
SE ALQUILA habitaci�n fresca en
easa familia, para caballero, se�o-
rita o matrimonio. Informar�n en
San Jos� 16, altoa. Angeles V. de
Santiago. 2-17-S
SE ALQUILAN: Habitaciones muy
frescas con muebles nuevos, con o
�ln comida�, en edificio con ascen-
sor. Informar�n Luna 30. Aparta-
miento 9. trente Catedral. San
Juan. 2-13-P
HABITACIONES C�MODAS, ven-
tlladas y limpias. Viva en la YMCA.
Sitio c�ntrico y recreativo. Para
uno o dot pertonas. Tel�fono 796
San Juan. "P-Y
ALQUILASE para oficina a caba-
llero, dama o matrimonio, espl�n-
dida habitaci�n, frente calle, cata
familia honorable. Informar�n Te-
tu�n 21, altot. tel�fon 1744 negro.
San Juan. 2-16-C
ALQUILO HABITACI�N amuebla-
da, completamente higi�nica bal-
c�n y entrada independiente. Para
matrimonios o caballeros. Admito
pasajeros y abonado* de comida.
Precios de situaci�n. Cata respe-
table. Sra. Ruiz. Tanca 1. altos de
la Kotynot. Tel. 789 azul, San
Juan. 2-13-R
COLOCACIONES
SOLICITUDES
SE�ORITA TAQU�GRAFA MECA-
N�GRAFA ofrece sut servicios pa-
ra trabajo ventual. $2.00 diario;
condici�n contrato no menos un d�a
semanal cada sitio. Hora 50c.; pre-
cio convencional su domicilio. In-
formes partado 3815, Santurce.
2-18-L
CLASES PARTICULARES de In-
gl�s. M�todo conversacional. Pre-
cios especiales para grupos. H.
Wagner, 17 Atlantic Ave., Tel. 2091
azul, Santurce. 2-16-W
COLOCACIONES
OFERTAS
SE SOLICITAN hombrea y muje-
res de quince a�os en adelante que
deseen trabajar. Pida Informes a
The Anor's Speclalty Novelty. Box
811. Ponce, P. R. 2-14-A
SE NECESITAN dos j�venes ac-
tivos que sepan leer y escribir co-
rrectamente para vender a domici-
lio. Inf�rmese personalmente de
6 a 8 P. M. con Del Toro, Be tan ees
10. Caguas. 2-16-V
SE NECESITAN dos j�vene� acti-
vos para vender a domicilio. Gas-
tos pagos y excelente comisi�n. Di-
r�jase personalmente, Alejandro
Franco, Ledesma 10, altos, Cerro
Monserrate, Areclbo. 2-17-F
COMPRA VENTA
CASAS
SE VENDEN varia� casas moder-
nas, da concreto, en Santurce, de
contado y tambi�n a plazos conve-
nientes. Informar�: Insular Mer-
cantil Co., Tetu�n 23, altos. 3-7-1
SE VENDE: Por $8,000 casa en
San Juan, cuatro apartamiento�,
rentando $108 mensuales; se deja
parte en hipoteca al 8%. Informar�
Del Valle, Edificio Belaval. 2-26-D
SE VENDE muy Barata la casa
No. 73 de la calle Cerra. Es de do�
plantas y renta $4720 mensuales.
Llame a Rodr�guez, al 2222. San
Juan. �NA-F
SE VENDE: Casa y solar o solar
solamente de 3,277 metro�. En lo
m�s alto de Santurce, parada 16>�.
Cerca de Colectur�a, Correo, Igle-
sia, Banco Popular, Escuela� y Tea-
tros. Inf�rmeses: Ponce de Le�n
N�m. 99, Santurce, Bernab� N�m.
11, Stop 31, Hato Rey. 2-23-F
VENDO CASA MADERA. Progre-
so 107, cor solar propio de 166 me-
tros libre de gravamen, en $350.00.
Informar� Rigau, Tel�fono 1005,
Santurce. 2-13-R
VENDO en Campo Alegre. Ran-
ch�n con solar. Renta $22.00. Pre-
cio $1200 y solar 100 mta. preci�
$325.00. Informar�n Jes�s R Beil,
Barber�a Central, San Juan, P. R
HNA-R
SE VENDE a precio m�dico casa
Alien 66, sitio c�ntrico comercial
de San Juan. Haga su oferta y se-
r� reconsiderada. Tel�fono 126 R�o
Piedras o Box 182. 2-15-L
V�NDESE CASA pupilos, en Rio
Piedras, cerca Universidad, equipa-
da todo nuevo, y m�quina Tru-Tru.
Informar�n en Calle De Diego No.
14, alto�, Rio Piedra�. 2-15-A
SE VENDE hermosa residencia,
Condado, Av�-lda Magdalena No.
9. Buen precio.' Informar� E. Veles
Posada, tel�fono 1739, San Juan,
Tanca 8. 2-18-V
VENDO por $4.500.00 buena casa
concreto al lado Escuela Gorro.
Tiene do� dormitorios, dos cuartos
servicio. Sitio residencia!. Inf�rme-
se calle Palma No. 11, Loiza R�ad.
2-18-B
FLORES NATURALES: Exprese
sus alegr�as y sus penas con flores.
Art�sticos trabajos. Minina del Va-
lle. Tel�fonos 840 y 2658 Santurce.
Parada 12. Ponce de Le�n 27.
___________________________HNA-D
LORENZA DE MORENO: SI ne-
< ;sita alg�n trabajo en flores na-
turales, ord�nelo al tel�fono 66 y
quedar� satisfecho. Garant�a y pun-
tualidad. Hato Rey. Parada 31.
HNA-M
FLORES de todas variedades por
docenas. Plantas garantizadas, pri-
morosas enredaderas. Servimos pe-
didos a todas partes. Villa Angela.
San Jorge 41, tel�fono 3188 San-
turce. 2-14-R
COMPRA VENTA
DE MUEBLES
BUENA OPORTUNIDAD. Vendo
Juego de comedor tino, decorado
al �leo. Nevera el�ctrica usada, al-
fombra. Tel�fono 1096 Santurce.
Taft 10. HNA-S
SE VENDEN completamente nue-
vos todo los muebles. Tambi�n
"Oldsmobile" 5 pasajeros Sedan.
Apartamiento D, en el edificio Fl-
gueroa. Parada 10, Santurce. Para
Informes tel�fono 3185, Santurce.
2-13-M
FOR SALE: Household funlture in
good conditlon. Also "Oldsmobile"
5 passenger Sedan. Apartment D.
Flgueroa buildlng. Stop 10, Santur-
ce. For Information, telephone 3185
Santurce. 2-13-M
OPORTUNIDAD: Se vende mobi-
liario completo de una casa. Neve-
ra Kelvinator. l�mparaa, vajilla y
cristaler�a fina y sin uso. De Diego
4, apartamiento 1, despu�s de las
cuatro de la tarde. 2-18-S
LA BOLSA. Muebler�a de R. L. Sol-
devilla. Vendemo� r-uebles nuevo�
y reconstruidos. Tomamos los suyo�
como abono. Reparamos, almace-
namos y mudamos muebles. Ponce
de Le�n 82. Tels. 221 y 261 verde.
Santurce. P-S
SE VENDEN: Do� juego� de mue-
ble� usados en buenas condiciones.
.Para informaci�n llame al Tel. 1527
San Juan. 2-17-1
AMUEBLAR CON gusto denota
distinci�n. Encarg�enos sut mue-
bles. Dlseftj� orig�nale�, exclusivos,
estilos cl�sicos y modernos, fabrica-
ci�n perfecta. Selecta clientela. Vi-
s�tenos. Morell Campos 2, Las Pal-
mas. 2-18-R
SOLARES
COMPRA VENTA
SE VENDE solar calle Elena, San-
turce. Sitio fresco, seco, cerca ba-
�os mar. Tiene sombra. 13.70x23.55
metros. Tel�fono 612 verde, San-
turet. 2-13-D
SE VENDE bt rat�simo uno de lot
mejoret solares de Ciudad Nueva,
Hato Rey V�ase al Dr. Jenaro
Su�rez, Ave. Ashford, Santurce.
Tel�fono '�660. 2-16-S
ESPLENDIDOS SOLARES, con al-
cantarillado, agua y gas. Urbaniza-
ci�n Bouret. parada 264. Sitio alto,
seco y muy fresco. Lo mejor de San-
turce. Informar�n Joyer�a Bouret.
HNA-B
SOLARAS: Para su hogar o nego-
cio tenemos los mejores en Hato
Rey. colindando con la Urbaniza-
ci�n Eleonor Roosevelt o con la
Urbanizaci�n Bernab�. Dj dos a
tres dollars metro cuadrado. Te-
l�fono 110 rojo. HNA.B
COMPRO de contado en sitio resi-
dencial Condado. Santurce o Mira-
mar, tolar de 500-600 metros cua-
drados. Env�e detalles a A.B.C. c/o
EL MUNDO. 2-16-C
SE VENDEN magn�ficos sol�: es en
sitio c�ntrico de Ciudad Nueva,
Hato Rey, dos hacen esquina. In-
formar�n tel�fono 2541 Santurce.
de 2 a 4 P. M. . 2-17-N
FINCAS
COMPRA VENTA
VENDEMOS A PRECIOS razona-
bles las siguiente� FINCAS:
RIO PIEDRAS: 100 cuerda�, B�
CAIMITO.
BAYAMON 124 cuerda�, B�
NUEVO
RIO GRANDE: 100 cuerda� B�
MAMEYES.
CAGUAS, 20 cuerda�, B� BEA-
TRIZ.
CAGUAS: 50 cuerda� B� RIO
CAflAS.
CAGUAS: 37 cuerda�, Bt SAN
SALVADOR.
CAGUAS: 13 cuerda�, B� BO-
RINQUFN.
C�ALES: 122 cuerda�, B� POZAS.
CAYEY: 86 cuerda�, B� CERCA-
DILLO.
GURABO: 60 cuerda�, B� RIN-
C�N.
COMERIO: 22 cuerda�, B� DO-
NA ELENA.
Puede adquirirla� pagando par-
te de contado y parte a plazo�. In-
sular Mercantil� Co., Tetu�n 23,
alto�, San Juan. 2-22-1
SE VENDE finca carretera Rio Pie-
dra�, Carolina, Km. 3, Hm. 2, con
do� cuerda�, establo, gallinero y ca-
sa medianero, $2,000.00. Para Infor-
mes dir�jase apartado 3452 o tel�-
fono 1209 Rojo, Santurce. 2-19-U
COMPRA-VENTA
AUTOM�VILES
VENDO CHRYSLER 72-Roadst�r, 6
cilindro�. - Muy econ�mico. Bater�a
nueva y todo lo dem�; en magni-
fica� condiciones. Informar�n Alian
za 5 3 tel�fono 2327. rojo, Santurce.
2-18-C
GANGA: Se desea vender por au-
sentarse su due�o juego de cuarto
de caoba completamente nuevo.
V�alo en Benitez Casta�o N�m. 10.
Santurce. 2-16-N
POR EMBARCARSE su duefla se
vende, un radio, un ropero, un
plano, tres abanicos el�ctricos, una
cocina el�ctrica, una maqulnilla y
otros muebles de casa. Para Infor-
maci�n llame al 1415, Santurce.
2-16-0
RARIOS ZENITH: El radio m� be-
llo.� Imitado de Am�rica. Oiga y
vea un "Zenith" en �u agencia m�
cercana. Se solicitan distribuidores
para comprar directo de f�brica.
Hijos de Ricardo Vela, Bayam�n.
Agentes Generales para Puerto
Rico. HNA-H
HIPOTECAS
PABLO GINORIO, tel�fono 524
azul, Santurce. Hipotecas a largo�
plazo�, amortizando capital e inte-
r�s. Servido personal. HNA-G
MISCEL�NEAS
LIBRETO GRATIS describe 107
planes para ganar $20.00 - $100 00
semanales, en su casa u oficina,
negocio propio. Century Co., 1261
EM Broadway, New York City
2-13-G
EXAMENES CHAUFFEUR conduc-
tor, y conductor trucks. Manual
edici�n 1938. Pregusta� y respues-
tas. Suplemento especial, ley con
�ltima� enmlendaa. Pieza� mec�-
nica�, c��ale� polic�a y mucha� ilus-
traciones m�s, consultas y procedi-
miento� mac�nlcoa, lubricaci�n, ad-
vertencia�, otro� detalles Importan-
tes. Aprobado por examinadores.
Precio especial; Veinticinco centa-
vo� giro postal. Chauffeur M�chenle
Press. Box 553, Rio Piedras. P-B
TRUCKS USADOS > autom�vller
usados, v�alos en el Garaje de E.
Sol� & Co., S. en O, parada 10,
Carretera Nueva, Mlramar, frente
Aeropuerto.. Tels. 3140-1-2. Santur-
ce, HNA-S
VENDO: Truck Ford V8-85, 1937
casi nuevo. Informar�: P�rez, Au-
dit�rlum, Universidad de Puerto
Rico, Tel. 13, Hato Rey. 2-13-P
SE VENDE: Chevrolet, modelo
1934-35, Sedan (4 puerta�); cuatro
goma� nueva�, magnifica� condicio-
nes. Para m�s Informes: Apartado
81 o "El Gallo de Oro", Caguas.
2-24-C
FOR SALE: Dodge Sedan. 1934
Model, four doors, very reasonable
price for quick sale. Also two
Boston Bull Pups. ten weeks o�d.
Inquire Phone 145, San Juan.
2-16-P
APRENDA a manejar su autom�-
vil r�pidamente. Ense�anza exclu-
sivamente para las damas a cargo
de la Srta. Iris Valcourt. Tel 154
verde. Hato' Rey. 2-14-V
SE VENDE: Autom�vil Dodge 6.
Ganga $225.00. Motor, carrocer�a,
tapicer�a, pintura y goma� en per-
felto estado. V�alo Duffaut 22, pa-
rada 19. Tel�fono 687 negro, San-
turce. 2-17-M
EFECTOS DE OFICINA
COMPRA VENTA
MISCEL�NEAS
SE VENDE cuchilla de cortar tra-
jes, vestldor de tre� lunas, abani�
co giratorio, mesa de cortar, so*
porte� para traje�. Informar� Loa
Pinos 4. Parada 19. 2-13-B
BEAVER BOARD: El cart�n Ideal
para divisiones y cielos raso�. F�cil
de colocar. Duraci�n eterna. Evita
la humedad. Aisla el calor. De ven-
ta por Lot Muchachoi, Suct. da
A. Mayol & Co., San Juan, P. R.
HNA-M
PARA VENDER o comprar o re-
parar tu maqulnilla de escribir
Underwood, o de otras marcas, vi-
lite Blanco y Compa��a, frente a
la plazuela de San Franclaco. calle
Salvador Brau N�m. 71. HNA-B
CAJAS DE CAUDALES fabricadas
por THE MOSLER SAFE CO. Te-
nemos existencia de caja� a prueba
de fuego nuevaa y reconstruidas en
f�brica. Abrimos y reparamos ca-
ja! de caudalet de cualquier mar-
ca. Cambiamos combinaciones.
C. J. LAVERGNE
Representante Exclusivo. Edificio
Tobacco Palace, Tel. 729, Box 259.
San Juan, Puerto Rico.
HNA-L
CAJAS DE CAUDALES a prueba
de fuego, tama�os de hogar y ofici-
na, a precios reducid�simos y mag-
nifica calidad. Tenemos en existen-
cia. Abrlmot cajat de caudalet y
cambiamos la combinaci�n sin mu-
tilar el mueble. Casa Elmendort,
Tetu�n 9. Tel�fono 156, San Juan.
HNA-E
VENDEMOS m�quinas de escribir
"reconstruidas" y "usadas" de todas
marcas. Al^ert E. Lee 4 Son, Inc.,
U Marina. San Juan, tel�fono 505
San Juan. HNA-L
SE ALQUILAN m�quinas de escri-
bir. Albert E. Lee & Son. Inc. La
Marina. San. Juan. Tel�fono 505
San Juan. ^ HNA-L
REPARACIONES: Si su m�quina
de escribir es Remlngton. m�ndela
a nuestro taller. Usamos piezas
genulnas y servicio r�pido. Tam-
bi�n en m�quinas de sumar V�ctor.
PADIN. 3-9-G
MAQUINAS USADAS de escribir
y de sumar, de varias marcas; las
vendemoe en buen estado, por muy
poco dinero; en el tercer piso de
PADIN. 3-9-G
COMPRA VENTA
MISCEL�NEAS
SE VENDEN calesitat y qultrlnet,
carro para leche, una potranca Jo-
ven de silla y-craneal. Aurora es-
quina Torres, Callej�n Puig, Pon-
m P. R *"�**
SE VENDE equipo completo de
m�qulnat para fabricar camisas,
trajet y pantalones. El Cometa,
Brau 32, San Juan, Box *"*-�-�
BUEYES J�VENES d� trabajo, ��
venden. De quince a dieciocho arro-
ba�, a bu�n precio. No de���mos
corredores Finca Quebrada Pal-
mit, Naguabo, Km 65.4. HNA-B
"TIOGA"�Alimento� para pollito�
gallina� ponedora�, conejo�, ganado
y perros. Redblmoe embarque* se-
manales. Hacemo� ajuat* paz* en-
trega� aa la Mi. A. R. miaaltaa
u uva*?;
GANADEROS: Instrumentos veta�
rinario�. liquido para marcar, In-
vecciones, purgante�, verm�fugo� y
toda* c�ate* medicina* para el ga-
nado lo encontrar� donde A. R.
Zeno. Alien 16. 3-4-38 Z
SEMILLA DE Yerba Yaragu�. El
mejor paito para ganado. Extermi-
na la mala yerba v la� garrapatas.
Dir�jase a apartado 502, Cayey.
_____________________________3-1-K
GANADO A CUIDO. Se solicita
hasta cincuenta cabeza�. Abundan-
te� pasto�, agua magnifica, sitio
Ideal Sombra de palmera� Finca
May�onet, Boca de Cangrejo�, Ca-
rretera de Carolina. 2-12-R
COCINAS de petr�leo marcas "Ks-
rogas", "Everlte" y "Anchor", des-
de una hasta cuatro hornillas, con
o sin respaldo, muy econ�micas y
barata� Tenemo� �lempr� plaza� da
repuesto. V�alas o pida detalles a
Los Muchachos, San Juan. 2-17-M
COMPRO COMPRESOR de aire,
Vicente Alearaz, Almac�n Gomas
Goodyear, anexo Teatro Liberty,
Parada 15H, Santurce. 2-17-A
VAQUER�A. Aceptarla adminis-
traci�n. Propia yerba. Quince mi-
nuto� Capital. Buena producci�n,
har� oferta, com ira o �oeled�d
dentro seis meses. Experiencia ex-
tensa. Escriba: J. V. N., c'o C.
Sainz, 475, W. 159th St., New York
City-________________________2-13-N
LOSETAS EN COLORES. Cons'ru-
ya o reforme ahora su cuarto da
bafto, a base de nuestros precios
sin igual, en toda clase de losetas
en colores. Tambi�n Jaboneraa, toa-
lleras, cepilleras, tablillas, espon-
jeras, etc. en la� misma� combi-
naciones. Vea nuestros muestra-
rios. Los Muchachos, San Juan.
___________________________2-17-M
SE VENDE: Abrigo de invierno ne-
gro en $25.00. Magnifico estado, ca-
si nuevo. Comprado en Par�s. Ta-
ma�o 18. Informar�n Hip�dromo
9, (altos). Tel�fono 2554 rojo, San-
turce. 2-15-G
VENDEMOS Y COMPRAMOS ga-
nado de matanza, yuntas de bueyes
de trabajo, vacas de leche, maderas
y toda clase frutos del pa�s. Acop-
lamos toda clase de comisiones,
fara Informes dir�jase a Domingo
P�rez & Co., Box 67, Florida, P. R.
J 2-15-P
SE VENDE o se a-rienda una pa-
nader�a en buenaa condiciones. Pa-
ra Informes dir�jase a Jos� Cot
Santiago, Apartado 86, Coamo, P.R
_j_________________________2-21-C
A. L ROOT Company. Efectos da
Apicultura. Tengo existencias. C
M.,Preston. Box 1566. Tetu�n No.
1, -San Juan, P. R________HNA-P
REFRIGERATION "C A R R I E R
BRUNSWICK" para Colmados, Le-
cher�as, Restaurantes, Fuentes da
Soda, Mercado de Carne, Bars, etc.
No so'.ament- lo m�s moderno en
refrigeraci�n sino lo m�s econ�mi-
co. Solicite nuestro� precio� sin
compromiso. Martines A M�rquez,
Tetu�n 6H, San Juan. HNA-M
POSTES ANGULARES esquineros]
y terminales de hierro para verjag
y careado�. F�ciles da poner, dura*
d'eros y econ�mico�. Pida informen
y precios a "Los Muchachos" Sucra,
da A. Mayol �t Co, San Juan. P-1C
SE VENDE: Colmado cafet�n en
el sitio m� c�ntrico de Santurce.
Buena clientela, buenaa ganancia�.
Informes: Colmado Badlllo, Carre-
tera Nueva, parada 22, tel�fono
2666 Santurce. 2-17-B
TANQUES DE ACERO: 5000 galo-'
net de capacidad. Tenemo� do� en,
existencia en perfecto estado que.
vendemo� por tercera parte de �u.
valor. Sucesore� de Abarca, Mlra-
mar. 2-W-A
SE VENDE: Una ��tufa d� gas
f�ido "Orl�le" de cuatro hornilla�.
Inf�rmete: 497 S�nturc�, Condado
37t HNA-S
POR AUSENTARME del pala van-,
do negocio Beauty Parlor. Para In-
forme�: Mr�. Hlgg�- Tel�fono 65 ne-
gro, Hato Rey.
SERVILLETAS DE PAPEL para co-
merciante�, hoteles, rattauranU, et-
c�tera a precio� espec�ale�. Tambi�n
manteles y servilletas de papel en
colore� para Jba�, bautizo� y cum-
pleaftot. Visita a Lo� Muchacho�,
San Juan. S-U-M
PANTALONES: Magn�fico �urt _
en drlles.de 1:11o y algod�n. La za�
Jor fabricaci�n. Especialidad
chaquetas para camareros.
Perpetua",'Salvador �rau 95,
J.Uan.
ZAPATEROS. TALABAR'
acabamos da recibir una nueva
tlda da "Forro" engomada en
versas clase� y en todo� los col
res, qua liquidamos a precios qu
no sa. consiguen hoy an f�brles
Aproveche esta ganga. Los Muchi
chot,-San Juan. 2-17-
.VENTA.DE^LIBROS: Tesoro d� 3
Juventud, veinte tomo�; America
Educa tor, ocho tomos; Standar^
Encyclopedla. Eitanta para libra
D� Diego 4,, Apartamiento 1, San
turca, tel�fono 465 verde. JJ5.
ACCIONESkBANCO POPULAR!
Interesa 'vender alguna� llama
Cario� J. Torre�, tel�fono 330, Mi
Juan. � 3-13-'
POLLITOS, BEBES�todas las
tas. americanas � Importadas vial
a�rea � especiales para crianza��
macho� y hembra� � Garantizamos
entrega� 'en la Isla. A. R ZENO,
Alien 16. � 3-5-38-Z
SE VENDE: Muy barato un auto-
m�vil, coup�, modelo 1936. Infor-
me�: Llame a Mr�. Gonz�lez, te-
l�fono 119, San Juan, durante ho-
ras laborables. 2-13-G
FOR SALE: Automobile, 1936. Che-
vrolet, in perfect conditlon. Almost
llke new. Car has had good care
and is Just broken-ln well. R. E.
Horgan, Bldg. "L", PRRA. 2-15-H
SE VENDE: Autom�vil Sedan pe-
que�o y econ�mico, una ganga por
$200.00. V�alo en Duffaut 22. San-
turce, Parada 19. 2-17-A
ATENCI�N: Vendo carro Pontiac
Sedan casi nuevo en perfecta� con-
diciones a un precio de ganga. To-
mo cualquier otro rarro en cuenta.
Calle Cruz N�m. 27. 2-17-Z
BODAS. BAUTIZOS y fl�Mta�. En-
cargue �u bizcocho para �u boda
o fle�ta a La Bombonera, Aqua-
rlum o Fuente Padln. E�t�bl�cl-
mlento� Pulg Abraham h Co.
VENDO O ACEPTO SOCIO: Cafe-
t�n moderno, con do� me�a� de bi-
llar, pool y carambola�. Provl�to
de una dulcer�a. Todo higi�nica-
mente. Pa�e a verlo, calle Monte-
rrate N�m. 41, Parada 15H, San-
turce. 3-14-5
CARLOS PICO MATOS. Coamo.
Apartado 4L GOMAS NUEVAS,
todo* tamafloa. C�a�� "A" 6 lonas.
600x16 a $7.46; 30x5 8 lona� $11.37.
Clase "C" 4 lona�, $5.29. Remita
$1.00 Balance C.OJ5. 2-18-P
VENDO POTENTE MOLINO para
hacer harina ma�z. Siete caballo*
fuerza, piedra francesa capacidad
40 a 80 quintales diarios. Prcro
$250.00. Honorio Claudio, Cerra 61.
Santurce. 2-13-C
NORGE Rtlrigerators, Stovas, Cc-
oler*. Wattiers, Ironer*. If lt's at
Norge, If* almost everlasting. Fae-
tory prioes. White or colorad por*
celaln ttS match' your kltchan.
Show roafn: Taft 10, Tal. 1096 San-
turca. Arturo Guerra. Agant
________�_________________HNA-Q
ZAPATEROS: Terminada huelga
recibirenfoa charole* Indio para
16Vt eertjavos. Existencias marca�
abioluta^garantla precios sin com-
petencia.* Espl�ndido �urtldo. Re-
cordad: �'Para piele* y precio* Gl-
norlo. � 2-18-G
Una campana da anun
ci� an un buen peri�di-
co, puede rebajar consi-
derablemente tu gafto
eje venta.
EL MUNDO
Tel�fono 2222 S. J.
J^-^"^
5
PALABRAS
PARA ANUNCIOS LOCALES EXCLUSIVAMENTE
6 d�as consecutivos
15
30
��
��
�?
��
S1.50 y 31
82.75 y 6?
85.00 y 12*
la palabra adicional
la palabra adicional
la palabra adicional
IMPORTE
CON LA
ORDEN
1
>
/
i s




--------------
20
EL MUNDO, SAN JUAN, P. *. - DOMINGO 13 DE FESRERO DE 1931.
MUERTE DE S�CRATES
(400 AfiOS ANTES DE JESUCRISTO)
----------:------------Por BARTHELEMY-----------------------
� Loa once magistrado! que cita-
ban encargados de la ejecuci�n de
laa sentencias de los criminales,
-pasaron temprano a la c�rcel, le
quitaron las cadenas y le notifica-
ron la hora de su muerte. Despu�s
de �stos, vinieron muchos de sus
disc�pulos, que serian como unos
veinte, y hallaron que estaba a tu
lado Jantlpa. su esposa, con el me-
nor de sus hijos en brazos, la cual
asi que lo vid, exclam�, interrum-
pi�ndole loe sollozos: "�Ay! �veis a
nuestros amigos, y esta es la �lti-
ma vez!". S�crates rog� a Crit�n
que la llevasen a su cata.
Nunca se habla mostrado a sus
disc�pulos con tanta paciencia y
valor: pero ellos no pod�an mirar-
le sin que les oprimiese el dolor, ni
escucharle - sin quedar absortos de
placer. En sus �ltimas pl�ticas les
dijo que a nadie era licito quitarse
la vida porquo estando en la tie-
rra como colocados en, un puesto,
.no debemos dejarle sin el permi-
so de los dioses, y que, en cuanto
a �l. se resignaba con su voluntad,
suspirando por el momento que le
habla de poner en posesi�n de la
felicidad a que habla procurado ha-
cerse acreedor con su conducta. Pa-
sando de esto al dogma de la �mor-
talidad del alma, lo corrobor� con
muchas pruebas que daban fuerza
a sus esperanzas. "Y a�n cuando
dij�semos, anadi�, que estas espe-
ranzas no fuesen fundadas, adem�s
de que los sacrificios que exigen
no me han estorbado para ser el
m�s dichoso de los hombres, ahora
desvian de mi las amarguras de la
muerte y esparcen sobre estos �l-
timos instantes una alegr�a pura y
deliciosa.
Crit�n le pregunt� si ten�a algu-
na cosa que prevenir acerca de sus
hijos o de sus negocios, a lo que
S�crates respondi�: "Os reitero el
consejo que tantas veces os he da-
do de enriqueceros de virtudes. Si
lo segu�s, no necesito de vuestras
promesas, y si no hac�is caso d�
�l, serian In�tiles a mi familia".
Despu�s de esto entr� en un
cuarto pequeflo para ba�arse, adon-
de lo acompa�� Crit�n, y los dem�s
amigos se quedaron hablando de lo
que le acababan de o�r y de la si-
tuaci�n a que los reducirla su muer-
te, contempl�ndose ya como hu�r-
fanos que han perdido tan buen
padre y llorando por si m�s qu�
por �l. Present�ronle sus tres hi-
jos, dos de ellos de tierna edad;
habiendo hecho algunas prevencto-
nes a las mujeres que los tra�an, los
despidi� y se volvi� a la compa��a
de sus amigos.
. Poco despu�s de esto entro �1
guardia de la c�rcel, y le dijo: "S�-
crates, vengo seguro de no oir las
maldiciones que me echan las per-
sonas a quienes vengo a decir que
es hora de tomar el veneno. Nunca
he visto aqu� ninguno que tuviese
tanta fortaleza y mansedumbre co-
mo vos: y asi, estoy cierto que no
os enojar�is conmigo, n4 me atri-
buir�is vuestro infortunio, y m�s
cuando conoc�is muy bien los que
lo han motivado. Quedad con Dios,
someteos a la necesidad". Las l�gri-
mas no le dejaban acabar, y asi, se
retir� a un rinc�n de la c�rcel pa-
ra darles Ubre curso. "Id con Dios,
le respondi� S�crates, que yo segui-
r� vuestro consejo". Y volvi�ndose
a sus amigos, les dijo: "�Qu� buen
coraz�n el de este hombre! Mien-
tras he estado aqu� he venido va-
rias veces a darme conversaci�n...
Mirad c�mo llora... Crit�n, es me-
nester obedecerle; que traigan el
veneno al est� dispuesto, y, si no,
que lo dispongan al Instante".
Crit�n dio �rdenes, y luego que se
cumplieron, vino un criado con la
copa fatal, al cual pregunt� S�cra-
tes qu� era lo que tenia que hacer.
"Pasearos despu�s de haber toma-
do la p�cima, respondi� el hom-
bre, y echaros boca arriba cuando
sint�is que las piernas empiezan a
entorpecerse". Entonces, sin Inmu-
tarse y con mano firme, tom� la
copa, y despu�s de haber dirigido
sus oraciones a los dioses, la llev�
a la boca.
En aquel momento terrible que-
daron los �nimos de todos suspen-
sos y horrorizados; y las l�grimas
brotaron espont�neamente de los
ojos de todos; unos procuraban
ocultarlas ech�ndose el manto por
la cabeza; otros se levantaron so-
bresaltados para apartar de all� la
vista; pero volviendo luego los ojos
a �l, y viendo que ya habla encerra-
do en su pecho la muerte, tuvo que
salir fuera el dolor, por largo tiem-
po reprimido, y se aumentaron los
sollozos al o�r los gritos del joven
Apolodoro, quien, habiendo llorado
todo el dia. andaba por la c�rcel
dando alaridos espantosos. "�Qu� es
lo que hac�is, amigos m�os? les
dijo S�crates sin alterarte. Yo
mand� salir de aqui esas mujeres
para no presenciar semejantes fla-
quezas. Cobrar �nimo, pues siem-
pre he o�do decir que la muerte
debia Ir acompa�ada de buenoi
ag�eros".
En tanto continuaba pase�ndose;
pero luego que sinti� pesantes en
las piernas, se ech� en la cama y
se tap� con el manto. El criado mos-
traba a los circunstantes el pro-
greso del veneno: un trio mortal
le habla ya dejado yerto de pies y
manos, y se acercaba a Insinuarse
en el coraz�n: a cuyo tiempo le-
vente S�crates el manto, y dijo:
"Crit�n. debemos un gallo a Escu-
lapio: no os olvid�is de cumplir es-
ta promesa.-� Asi se har�, respon-
di� Critoh; pero �no ten�is otra
cosa que prevenirnos?� Nada",
respondi�: y poco despu�s hizo un
leve movimiento: el criado le desta-
p�, recibi� su �ltima mirada y Cri-
t�n le cerr� los ojos.
De esta manera muri� el hom-
bre m�s religioso, m�s virtuoso y
m�s feliz: el �nico, tal vez. que
sin temor de que le desmintieran,
pudo decir en alta voz: nunca co-
met� la m�s leve Injusticia ni con
mis palabras ni con mis obras.
ULTIMA TRAVES�A DE UN MONAR-
CA DE LOS MARES DESTRONADO
Con un solo pasajero a bordo sali� de Nueva York el vapor "Leviathan" rumbo
a Escocia para convertirse all� en hierro viejo

\ Sk
I M�B��skiaB� � .
** �Mtot ^1 T'
w*�
tensa � essf f
-----5�r .....---------r-
i
\
v.
BJBMl
Con la roja entena de Inglaterra nnaer{o), el ��Leviathan" nal� de Hueva York en viaje rumbo a Escocia donde habr� de convertirse en hie-
rro viejo. Durante su brillante carrero, el "Uvialhan" cruz� loa marea con trea, distintas banderas: la de Alemania, la de Estados Unidos, y,
por �ltimo, la de Inglaterra.
LA BELLEZA FEMENINA
Con un solo pasajero a bordo �
�l se�or Geoffrey Russell-Hay �
zarp� hace poco del puerto de Ho-
boken, Nueva Jersey, el una vez
famoso trasatl�ntico "Leviathan",
destinado hoy a convertirse en hie-
rro viejo para una empresa esco-
cesa. *
El "Leviathan" habla estado
quieto desde el d�a 20 de septiem-
bre de 1934. Fu� en medio del cre-
p�sculo vespertino, el 25 de ene-
ro, cuando.su inmenso casco cedi�
a la insistencia de dos remolcado-
res amarrados a su popa. Al cabe
de media hora, el viejo vapor ini-
ci� su viaje con sus propias m�-
quinas. Eran las 5:10 de la tarde
cuando se despidi� de las costas
americanas para nunca m�s vol-
ver a ellas.
La salida del "Leviathan" hacia
Escocia se habla retardado dos
dias, debido a dificultades obre-
ras. Ese dia. a las 10 de la ma�a-
na, todo se arregl� satisfactoria-
mente y en seguida empezaron los
preparativos para el viaje. Las chi-
meneas comenzaron a lanzar al es-
pacto columnas de humo color ca-
nela y la bandera azul y blanco
apareci� en el palo de trinquete,
El capit�n Joseph Binki, quier.
abandon� su retiro vara COttaWir
�l "Leviathan" hasta Rosyth, Escocia
Indicando que la nave habria d�
BinKs. quien hizo un par�ntesis en
su retiro para conducir la nave
hasta Rosyth, Escocia, subi� a bor-
do y visti� su uniforme.
Poco a poco fu� aumentando el
tr�fico en la escalerilla. Miembros
de la tripulaci�n recorr�an la cu-
bierta, mientras otros que a�n es-
taban en el muelle besaban a sus
esposas y dem�s* familiares antes
de subir al vapor. Momentos an-
tes de salir el barco, apareci� Max
Schumann, due�o de una hospede-
r�a ubicada en aquellos alrededo-
res. Tra�a un estado de cuenta
montante a $700 por comidas y
hospedaje a oficiales ingleses du-
rante diez dias. Al cabo de unos
minutos, Schumann abandon� el
muelle un tanto sonre�do, pues se
dirig�a a un banco a cobrar la
mencionada cantidad. En la tro-
nera de babor, que habla sido re-
fugio de palomas desde que el va-
por hizo de Hoboken su residencia,
revoloteaban los pajarillos como si
se dieran cuenta de que algo ex-
traordinario estaba pr�ximo a ocu-
rrir.
En medio del tiempo un poco
partir. El capit�n Joseph W.' borrascoso, el capit�n baj� para
complacer a un grupo de redacto-
res-fot�grafos que deseaban retra-
tarlo. Interrogado sobre cus impre-
siones en cuanto al viaje que ha-
br�a de Iniciar, el capit�n se limi-
t� a decir que esperaba efectuarlo
felizmente, a raz�n de 15 nudoa
por hora durante los diez d�as de
traves�a. M�s tarde, empero, anun-
ci� ante un micr�fono un breve
discurso acerca del vapor, recal-
cando c�mo habla sido superado
por el "Queen Mary" y el "�or-
mandie".
Todo debidamente dispuesto, se
retir� la escalerilla a las 4:15 de
la tarde, y acto seguido se dio el
pitazo de salida. En el muelle nu-
merosas personas observaban las
operaciones y despedian al gigante
de los mares, que para ellas lleg�
a convertirse en algo asi como una
tradici�n. Frente al muelle 8, en
Staten Island, el "Leviathan" se
detuvo para aumentar en 2,000 to-
neladas la cantidad de combustible
que llevaba y luego comenz� su
viaje a trav�s del Atl�ntico, de-
jando tras si un sinn�mero de re-
cuerdos en todos los que acudieron
al muelle a despedirle.
AL MARGEN DE LA HISTORIA
TRES AN�CDOTAS
Por Joa� Sanche* Arcilla
Servicio Exclusivo de la Agencia
Plus Ultra).
Acaba de tallecer en Madrid la
excelent�sima se�ora Mar�a de los
Angeles Dolores T�llez-Glr�n y Do-
min�, 'hija del XVI Duque da Osu-
na y descendiente, en linea directa,
de aquel famoso don Mariano T�-
llez-Glr�n y Beaufort, que se lla-
maba a si mismo "El Grande de
los Grandes de Espa�a", por la
lista Inacabable de t�tulos y gran-
dezas que pose�a.
Do�a Mar�a de los Angeles ha
muerto en la m�s espantosa mise-
ria. Mucho antes de que estallara
la guerra civil, ya esta Ilustre y
linajuda se�ora, que, adem�s de
duquesa de Osuna, era duquesa
da Benavtnte y de Gand�a y mar-
quesa de Lombay � t�tulos que
us� San Francisco de Borja, con
cuya familia estaba emparentada
� apenas si dispon�a de una me-
sada insignificante que le pasaban
sus parientes lejanos.
Hace medio siglo, don Maria-
no era el asombro de Espa�a y de
Europa por su tren de vida prin-
cipesco. Hace medio siglo, don Ma-
riano rivalizaba con el zar de to-
das las Rusias. Ahora, su sobrina
nieta muere en la m�s espantosa
miseria, arrastrando tras de si el
apellido m�s ilustre de la noble-
za espa�ola...
II
Guillermo II pasa revista a los
regimientos de la Guardia. Con
su uniforme de general-ayudante�
grado que Invent� para agregar
los �ureos cordones de edec�n a
sus cintas y medallaa � el Se�or
de la Guerra contempla, orgullo-
so, el desfile de la flor y nata del
ej�rcito prusiano.
Uno de sus amigos le dice en vos
baja:
��No tiene ganas Vuestra Ma-
jestad Imperial de gritar: "�A Pa-
r�s!"?
El kaiser lanza una sonora can�
cajada y comenta:
�Eso no hay que gritarlo. Esa
frase vive y vibra en el coraz�n ,
de todos los alemanes.
III
Los Romanoff ascendieron al
trono de Rusia en el a�o 1613. El
naciente imperio atravesaba mi-
nutos de crisis. Los boyardos >e
disputaban entra si el honor de ce-
�ir el sombrero de Mon�maco. El
pala estaba ac�falo, y urg�a la in-
mediata elecci�n da un zar.
Pasaban los meses enteros sin
que se pudiera obtener la confor-
midad de los boyardos para elevar
a la suprema posici�n de Rusia a
noble alguno.
Un buen d�a, inspirado por Dios i
� reza la tradici�n � los boyar-
dos corrieron al Kremlin. Esta-
ban jubilosos. �Ya tienen zar! Gol-,
pearon las recias puertas del pa-
lacio-fortaleza, gritando:
��Queremos por zar a Miguel
Romanoff!
��Que nos gobierne Miguel Ro-
manoff!
Alguien desliz� una pregunta in-
discreta:
��Por qu� hab�is elegido a ese
boyardo?
La respuesta fu� un�nime:
��Porque es joven y tonto!
x" por ser joven y tonto recibi�
el sombrero de Mon�maco el fun-
dador de la dinast�a que rein� au-
tom�ticamente durante tres siglos.
\
81 dese�is tener la espalda y el
busto bien desarrollados y un cue-
llo hermoso, aprended a respirar
�rotundamente y a Jercitar sua
m�sculos por medio de ciertos ejer-
cidos y masajes especiales.
SI bien algunas veces el tener el
pecho entrado y la espalda con-
vexa se debe a graves razones, que
entran en el dominio del m�dico,
suelen eer �nicamente el resultado
de una respiraci�n deficiente.
Tambi�n la causa de este defec-
to, pueden ser vuestras ocupacio-
nes. Quiz� teng�is que trabajar to-
do al d�a inclinadas sobre un es-
critorio o aparato; es natural <,ue
ae ea encorve la espalda, al no con-
trarrest�is los efectos de esta po-
sici�n defectuosa �posici�n en
la cual es Imposible que respir�is
bien �con algunos ejercicios es-
pecules.
Seguramente sois friolentas y
us�is mucha ropa y muy pesada;
esto tambi�n significa que no sa-
b�is respirar, que s�lo lo hac�is con
la parte superior de vuestros pul-
mones y no con el total de ellos.
Ventajee de fe reeperoeion
profunda
� El aire puro aspirada esdgena la
sangre, pues al pasar per loa pul-
mones se apodere del oxigeno
del aire que ellos han aspirado y
abandona una cantidad aproxima-
damente igual de �cido carb�nico.
Una inspiraci�n profunda introdu-
ce una gran cantidad de oxigeno.
Una respiraci�n profunda hace sa-
lir una gran cantidad de �cido car-
b�nico. Por consiguiente, la res-
piraci�n superficial ee la causa de
que la sangre no se purifique su-
ficientemente.
81 se respira bien, no solamente
se tendr� un pecho desarrollado, al
no tambi�n un cutis limpio y unos
ojos brillantes.
Asi, pues, empecer�is por hacer
algunos ejercicios para le respira-
ci�n y desarrollo de los m�sculos,
siguiendo luego con el masaje para
la belleza del cuello.
En cuanto a este masaje, lo ha-
r�is con aceite. El de h�gado de
bacalao es mejor, pero si os resulta
�- demasiado desagradable, usad acei-
te de almendras dulces o de oliva.
Esto que ce vamos a decir aho-
ra ea para que lo teng�is muy en
cuenta: Ito deb�is vosotras mismas
masajearos el busto. Es de una es-
tructura muy delicada, compuesta
principalmente de tejidos glandu-
lares.
Movimiento� del manije
Masajead siempre para arriba.
nunca para abajo. Excepto en loa
casos en que se Indica de otra ma-
_^ �era, hacerlo con un movimiento
I circular, y terminad todos los mo-
vimientos dando peque�os golpes,
muy suaves, sobre la
masajeada.
Primero. Extended el aceite so-
bre la piel con la punta de los de�
dos, empezando abajo, en el t�rax,
y terminando en la clavicula. Lue-
go, frlcfonad vigorosamente con la
palme de las manos siguiendo la
misma direcci�n.
Segundo. Luego de haber untado
con aceite, masajead la nuca con
la punta de los dedos de ambas
manos, siempre con un movimien-
to circular, yendo de abajo hacia
arriba. Al mismo tiempo, con los
pulgares masajead la parte de ade-
lante del cuello.
Tercero. Aplicad el aceite en los
hombros con la palma de la mano,
frotando suavemente hacia el cue-
llo.
Puede hacerse tambi�n un mo-
vimiento circular amplio.
Cuarto. Friccionad suavemente
la parte anterior del cuello, yendo
de la clavicula hasta la linea de
la quijada.
Si hac�is un movimiento circu-
lar, tener cuidado de no tirar la
piel.
Los ejercicios
Estos ejercicios son tan buenos
para la respiraci�n como para el
desarrollo de loa m�sculos. Haced-
loa sacando pecho, la cabeza er-
guida y loe pies ligeramente sepa-
rados. T, por supuesto, delante de
una ventana abierta.
(a) Con laa manos a los lados,
aspirad por la nariz y levantad los
brazos al nivel de Jos hombros, �
tir�ndolos de manera que la exten-
si�n entre la punta de una mano
y la otra sea lo m�s amplia posi-
ble. Aspirad por la boca, bajando
loa brazos al mismo tiempo. Per-
feccionad este ejercido levantando
los brazos hasta que queden en po-
sici�n vertical sobre la cabeza, con-
servando las manos separadas a la
misma distancia de loa hombros.
(b) Para hacer este ejercido ne-
ces�tala la cooperaci�n de una ami-
ga. Sentaos en el suelo con las
piernas estiradas hada adelante,
sujetando loe pies debajo de un
sill�n pesado o un armario. Ma-
nos en la nuca. Vuestra amiga pon-
dr�un peque�o almohad�n o una
toalla doblada entre vuestros hom-
broa y los sostendr� con su rodi-
lla. Tomar� con sus manos, que-
dando el dorso de �stas hacia ade-
lante y los dedos hada atr�s, la
punta de vuestros codos. Oe em-
pujar� suavemente hacia adelante
con su rodilla y llevar� vuestros
codos hacia atr�s, levant�ndolos
Aspirad cuando ella oa levante los
brezos y aspirad cuando vuestro
CU"P� vu�>ve a relajarse. Comer-
vad la cabeza bien erguida duran-
te todo el movimiento.
(c) Paraos de nuevo, con loa pies
bien separados y las manos con los
pulios cerrados, poniendo uno con-
tra otro en medio del pecho. Con-
�erved los codos bien para arriba.
A.hor� �chad � los hombros hacia
etrae bruscamente, como si tuvie-
rais que arrancar un objeto muy
duro colocado en vuestras manos,
y abrid �stas para arriba, arrojan-
_ do os trozos del objeto Imaginario
superficie �hacia atr�s. Acordaos de conservar
las manos para arriba y los brazos
a la altura de los hombros.
Poned loe pu�os cerrados de-
bajo de las axilas y dibujad un
circulo en el aire con los codos,
haci�ndolos girar de abajo hacia
adelante y de arribe hacia atr�s.
(ej Juntad las manos detr�s de
LA ECONOM�A DE LA INSTRUCCI�N
Por J. V�ZQUEZ ORTIZ
El dia 5 de agosto de 1918 marc�
el comienzo del a�o escolar de diez
meses. Esta extensi�n representa un
gasto en exceso de seis millones de
d�lares durante el tiempo transcu-
rrido hasta el presente. Fundamen-
talmente, a nuestro juicio, no ha
habido ni hay diferencia alguna en-
tre la eficiencia del sistema esco-
lar antes y despu�s de esta exten-
si�n con excepci�n de la escuela
rural que ha mejorado notablemen-
te. En lo que al curriculo se refie-
re se ha sustituido la denda ele-
mental por el estudio de la natura-
leza que en su esencia no difie-
ren y loa estudios .sociales por la
historia, geograf�a y gobierno ci-
vil que por virtud de lo cual estas
dos �ltimas asignaturas pr�ctica-
mente se han eliminado en perjui-
cio del alumno. La t�cnica de la
ense�anza ha mejorado pero el
af�n desmedido de muchos maes-
tros de cursar estudios universita-
rios con el buen prop�sito de poner-
se a tone con loa requisitos legales
en el menor tiempo posible ha per-
judicado la eficiencia escolar ya que
ellos le restan tiempo precioso al
maestro-estudiante para atender de-
bidamente a la preparaci�n, estu-
dio, reflexi�n, vlsualizeci�n. an�li-
sis del trabajo a realizarse d�a tras
d�a. No significamos que estamos
opuestos al progreso y mejoramien-
to acad�mico y profesional del
maestro. Muy al contrario; lo con-
ceptuamos necesario y hasta Indis-
pensable pero e condici�n de que
no vaya tan apresuradamente que
afecte su salud, le reste tiempo pa-
ra su labor diarla y sufra indiges-
tiones mentales por no poder dige-
rir y asimilar la gran cantidad de
materia Ingerida tan r�pidamente.
Adem�s, opinemos que el que asiste
a una Instituci�n universitaria no
debe Ir a caza de cr�ditos y aumen-
tar su eficiencia. �Se trasluce en le
ense�anza elemental una aplica-
ci�n pr�ctica de estoa conoc� mien-
to* que a* supone adquiere el ma-
gisterio en la Universidad? Nues-
tra experiencia en la supervisi�n
nos dice que esta aplicaci�n ee muy
limitada no per culpa exclusiva del
maestro sino porque algunos de los
catedr�ticos se cuidan m�s lucir sus
conocimientos en laa c�tedras que
de procurar ense�ar a sus alumnos
c�mo hacer aplicaciones pr�cticas y
concretas de loa conocimientos que
a �stos imparten. La supervisi�n se
ha hecho m�s humana y m�s Inteli-
gente. Sin embargo la t�cnica de
la ense�anza es la preocupaci�n de
loa supervisores y su desvelo con-
seguir relativa uniformidad en su
empleo y aplicaci�n. En cambio an-
resultados de la Instrucci�n. Si �s-
tos eran buenos, no habia preocu-
paci�n alguna para conseguir va-
riaci�n en la t�cnica; pero si no
eran satisfactorios, entonces se pro-
ced�a a su examen y an�lisis para
mpdificarla o cambiarla radical-
mente hasta conseguir que �stos
fueran aceptables. Antes el objeti-
vo era la calidad y cantidad del
producto; ahora el medio empleado
para conseguirlo sin prestar gran
atenci�n al mismo.
Somos de opini�n que con esta ex-
tensi�n en la duraci�n del curso es-
colar bien ha podido disminuirse la
ense�anza elemental a siete a�os.
Como no se ha efectuado esta re-
ducci�n tan necesaria en un pa�s
donde impera la miseria, el desem-
pleo y la poblaci�n escolar fuera
de las aulas constituye un problema
que preocupa hondamente a todos
los portorrique�os, consideramos
nuestro deber buscar los medios de
acelerar a todo alumno que lo me-
rezca. De ah� la prueba general que
dimos en diciembre pr�ximo pasa-
do a todos los alumnos cursando
de los grados cuatro a octavo en el
subdistrlto n�mero 4 de esta cap�-
tal y la cual concluye aritm�tica,
lectura reflexiva en ingl�s y espa-
�ol, educaci�n higi�nica, estudios
sociales, Ingl�s (lenguaje) y ciencia
elemental. Cada examen contiene
elementes tan f�ciles que un alum-
no de tercer grado puede contestar-
los y otros un tanto dif�ciles que el
alumno promedio de octavo grado
no los contesta. Cada asignatura
incluye todo lo esencial no s�lo a
nuestro Juicio sino de autoridades
sobre la materia. Esta prueba ge-
neral se dio a la misma hora y el
mismo d�a en todas las escuelas y
se siguieron id�nticas instrucciones
para su administraci�n. La correc-
ci�n fu� uniforme a base de claves
que nosotros preparamos.
Ciertas personas desconocedoras
de la materia creen que �nicamen-
te las pruebas normalizadas (stand-
ard tests) sirven para nuestro pro-
p�sito. Est�n equivocadas. A este
respecto los doctores Jacob S.
Orleans y Clean A. Sealy en su
obra "Objectlve Testa" dicen lo si-
giente: "La prueba publicada tal
vez no satisfaga el curso de estu-
dios de un sistema escolar en parti-
cular; las normas de las pruebas
quiz�s no sean aceptables para los
fines de administraci�n y supervi-
si�n; no hay diferentes formas de
las pruebas que puedan usarse t�r-
mino tras t�rmino; la mayor par-
te de estas pruebas cubren un mar-
gen tan amplio en los distintos gra-
dos que su contenido es insuficien-
te para la mediaci�n exacta del
aprovechamiento del alumno; su
coste es prohibitivo para la mayor
parte de los sistemas escolares; el
uso exclusivo de estas pruebas pri-
va tanto a los maestros como a loa
administradores de una responsabi-
lidad que debiera proveer una expe- 'las siguientes:
rienda valiosa en entrenamiento ya
que las construcci�n de pruebas
requiere an�lisis y organizaci�n de
la materia que integra las asigna-
turas". Estos autores no condenan
el uso de las pruebas normalizadas
sino su uso exclusivo. El doctor G.
M. Ruch de la Universidad de Cali-
fornia en su obra "The Objectlve or
New Type Examination" abunda en
las opiniones citadas.
Las pruebas citadas con excep-
ci�n del lenguaje y de la lectura
reflexiva en ingl�s se dieron en es-
pa�ol ya que nuestro prop�sito ha
sido averiguar el aprovechamiento
de los alumnos y como desde hace
varios a�os la ense�anza se ha
efectuado en �ste lo l�gico era ad-
ministrarlas en este idioma. El fac-
tor tiempo fu� ilimitado excepto pa-
ra las pruebas de lectura reflexiva
en espa�ol e ingl�s que fu� 15 y 20
minutos respectivamente. Los re-
sultados han sido altamente satis-
factorios como quedar� demostrado
m�s adelante y el coste total de las
pruebas no excedi� de treinta y cin-
co d�lares el cual queda m�s que
compensado con las promociones
efectuadas y las revelaciones en
cuanto a cada alumno y grado que
nos permitir�n mejorar grandemen-
te el trabajo en general.
Las medianas para los distintos
grados en todas las asignaturas y
en el agregado total de �stas en
conjunto para el subdistrlto fueron
Las buenas maneras de los ni�os
-------------------Por ANGELO PATRl-------------------
Los ni�os no nos avergonzar�an
en ocasiones, con sus malas mane-
ras, si tuvieran siempre ante �u
vista el ejemplo de las buenas ma-
neras de los mayores. Los peque�os
copian y reproducen los modos Je
los mayores con quienes viven, con
los cuales pasan m�s tiempo y a
los que ven m�s a menudo. La con-
versaci�n diaria, las maneras, los
h�bitos de la familia adulta son
adoptados y practicados por los
ni�os. Y esos h�bitos los adquieren
para toda su vida, ya que las for-
mas que adoptan despu�s son sola-
mente como una cubierta que
echar�n por los suelos en cuando
las circunstancias le sean propicias.
En los momentos de crisis, de
emergencia, el h�bito antiguo es el
que se exterioriza primero, lo mis-
mo si es malo que si es bueno, y
no importa los a�os que haga que
se est� tratando de ocultarlo. No
es posible crear a un ni�o en una
atm�sfera de rudeza, de descorte-
s�a, de malas maneras en una pala-
bra, y esperar que el peque�o,
cuando sea mayor, ponga de relie-
ve solamente cortes�a y educaci�n.
El mismo trabajo cuesta decir
"quieres hacer el favor de sentarte
en la otra silla para que yo pueda
ver y terminar lo que estoy hacien-
do" que exigirle al muchacho:
"�Salte de ah�! �No ves que tengo
que terminar esta labor?...
Si los ni�o, est�n haciendo mu-
cho ruido, no hay ninguna necesi-
dad de gritar m�s fuerte que ellos
exigi�ndoles que se callen. Tampo-
co se debe exigir que los ni�os pon-
gan atenci�n en cosas a que los
mayores no se las conceden en ab-
soluto. Decirle a un ni�o que no
deje el abrigo sobre los muebles, y
luego darles el mal ejemplo de que
el suyo est� siempre tirado en cual-
quier parte, no es, precisamente, la
mejor manera de ense�arlos a ser B
ordenados. ,
A las personas mayores les i S-
sultaria muy f�di evitar que los
ni�os de la casa adquirieran malos
h�bitos, si tuvieran un poquito de
cuidado al conducirse ellas mismas.
�C�mo va a extra�arse el padre
que llega a la sala, so sienta en un
sill�n y bujea comodidad ponien-
do los pies sobre otro mueble, >i
el hijo copia exactamente sus for-
mas y pone tambi�n los pies sobre
las sillas? No hace m�s que copiar-
lo, a veces incluso con el infantil
prurito de parecerse en lodo al au-
tor de sus dias.
La �nica manera de lograr que
los peque�os adquieran buenos mo- '
dos y buena� maneras, es actuan-
do siempre delante de ellos en una
forma que los invite a practicar
con el ejemplo. El �nico modo de , *,
conseguir que los ni�os sean consi- t
derados con sus hermanitos y con
todas las personas con quienes se
tratan, es siendo considerados con
ellos mismos en todas las ocasio-
nes. La conversaci�n, las maneras,
el tono y la conducta de la familia,
inexorablemente ser�n recogidos
por los peque�os que, en ese senti-
do, son como las esponjas.
Los ni�os que no han (enido esos
buenos principios, podr�n, cuando �
llegan a cierta edad, cambiar su-
perficialmente, mejorar sus malos
h�bitos. Pero con ello no lograr�n ,
enga�ar a nadie, porque en cual-
quier momento, en cuanto menos
se espere, como se dice vulgsrmen-
te "ense�ar�n la oreja". No hay
Una educaci�n m�s s�lida y verda- , *.
dera que la que se empieza a reci- f
bir en la cuna. Lo dem�s son capas
superficiales que, como pasa con
la pintura, en un momento dado
dejan ver lo que existe debajo.
Lect. Lect. Educa- 172
Relie- Reli�- caci�n , Ciencia 119
Arit- xiva mva Higi�- Leg. Estudios Leng. Elemen- 84
Orado m�tica Esp. 30 Ingle* nica Espa�ol 41 Socialee 37 Ingle� tal
8 10 22 23 34 . 54 Agregado Total
7 g 25 ' 18 21 34 32 17 52
6 5 3 21 20 l� 8 15 < 32 21 28 15 18 10 40 43
8 246
4 2 17 6 3 19 10 8. 34 200
Esta medida conjuntamente con
los "quartiles" nos revela la posi-
ci�n de un alumno en cada asig-
natura en relaci�n con otros alum-
nos del mismo grado o de cualquie-
ra otro grado similar o distinto en
el mismo plantel o en cualquiera
otro. De manera que se hace su-
mamente f�cil no solamente hacer
una clasificaci�n de cada grado en
A. B, C, D y F para beneficio del
alumno sino tambi�n ofrecer ayuda
eficaz y hasta ense�anza individual
en todos los casos que fuere ne-
cesario puesto que sabemos cual ea
el alumno normal, el que est� por
encima y el que est� por debajo de
lo normal. Por ejemplo, esta prue-
ba general noe demuestra que en
La clasificaci�n por grados en
conjunto nos produce 15.4% oes,
22.8% bes, 28.9% ee�, 20,4% des y
15.1% efe� que representa una dis-
tribuci�n casi perfecta y que robus-
aritm�tica un 12% de los alumnos
tes la t�cnica estarbe supeditada a los "�nen un aprovechamiento normal
en consonancia con la norma de-
rivada de la prueba. 23.5% lo tiene
por encima de lo normal y 64.5%
est� deficiente � el porcentaje m�s
elevado de todas las asignaturas
Localizaremos espec�ficamente estas
deficiencias y no tendremos reposo
la espalda, suavemente. Cuando as-
pir�is, apretedlas con fuerza, esti-
rando los brazos para abajo y ha-
cia atr�s. Lanzad al mismo tiem-
po la cabeza hada atr�s y sacad el
pecho. Axpirad relajando el cuer-
po.
ritos de la prueba general.
Los resultados obtenidos nos per-
miten efectuar un aceleramiento ge-
neral en todos los grados que afec-
ta a cerca de 300 alumnos que han
sido promovidos al grado superior
Inmediato tentativamente toman-
do como base el aprovechamiento
demostrado en estas pruebas, edad,
puntualidad y constancia en la asis-
tencia, clasificaci�n de la labor es-
colar, etc. Una promoci�n en esta
�poca que no tenga todas laa pro-
babilidades de obtener buen �xito
no debiera hacerse. Es bueno recor-
dar que los factores que afectan es-
tas pruebas fueron exactamente
iguales para todoa loe grados. Un
alumno de sexto grado, por ejem-
plo, estuvo dias mease en quinto y
ha estado cinco en sexto que tote-
lizan quince meses de instrucci�n
hasla que no logremos corregirlas. I mientras que uno de quinto sola-
tece nuestra opini�n sobre los me- de sexto grado que cae dentro del
mente ha estado cinco o see la ter-
cera parte del tiempo que el pri-
mero. Si este alumno de quinto re-
vela en la prueba que tiene un
aprovechamiento igual al alumno
quartlle" superior, no hay duda
que puede promoverse de grado ya
que demuestra tener m�s habilidad
siempre que todos los dem�s facto-
res inherentes al caso lo comprue-
ben. Seria improcedente no darle
oportunidad a los alumnos como
�ste de hacer el trabajo en el gra-
do superior inmediato. Y no es esto
una aventura sino una experiencia
jardo por el autor de este articulo
y que produjo resultados excelen-
tes.
Esta prueba general nos Indica
que las asignaturas en las cuales
hay mayor deficiencia son aritm�-
tica e ingl�s. En la primera la en-
se�anza se ha efectuado durante
los �ltimos anos enteramente en es-
pa�ol y a pesar de ello les resulta-
dos son peores qu: cuando se en-
se�aba parcialmente en Ingl�s por
no haber autorizado el Comisionado
de Instrucci�n que se hiciera en el
Idioma vern�culo. Tenemos la con-
vicci�n firme que la aplicaci�n des-
medida de la teor�a de la pr�ctica
(drill theory) Un en voga en mu-
chas de las escuelas de Estados
Unidos hasta ha muy poco �empo
y trasplantada a nuestra Zal� es la
responsable de esta situaci�n. Re-
cientemente se est� operando un
cambio favorable a este respecto en
Estados Unidos al supeditar la pr�c-
tica (drill) a la comprensi�n. En
otras palabras se ensena la aritm�-
tica a base de comprensi�n por el
alumno y la pr�ctica es aplicada
cuando existe'la necesidad de hacer
ciertos aspectos de la asignatura
autom�ticos pero jam�s ee aplica
�sta hasta que el asunto no eat�
perfectamente claro y bien compren-
dido. Ea halag�e�o notar que se va
considerando al alumno como un
verdadero ser pensante y no me-
ramente como una m�quina calcu-
ladora.
La �nica diferencia entre el exa-
men de lectura reflexiva en Ingl�s
y en espa�ol fu� el Idioma. Se tra-
t� de compensar este variable con
un aumento de cinco minutos en la
asignaci�n de tiempo para contes-
tar el de Ingl�s �o obstante les
resultados fueron poco aceptables
como puede verse en la p�gina 5
de este trabajo y muy especialmen-
te en los grados cuarto y quinto.
El coeficiente de correlaci�n (Pera-
son) para 428 casos de octavo grado
fu� .59. Aparentemente al fuere po-
sible mejorar los conocimientos de
Ingl�s de loa alumnos podr�amos
economizar tiempo ense�ando las
distintas habilidades de la lectura
reflexiva en un solo Idioma y asi
evitar�amos la duplicaci�n actual.
Pruebas id�nticas e �stas laa ad-
ministramos en Fajardo hace nue-
ve a�os y los resultados fueron mu-
cho m ejores. �Habr� Influido en
ello el cemblo en el medio para
hacer la ense�anza realizado hace
algunos a�os por el Dr. Padln?
�Ser� la escasez de libros de texto?
�Influir� la falta de un curso de
estudios apropiado? �Ser� el ex-
ceso de alumnos que se asigna 4
cada maestra? �Ser�n los inttv-
locklngs que no permiten a loa
alumnos a asistir a clases m�s de
cuatro horas diariamente? �Haor�
influencia alguna en el cambio ope-
rado en los objetivos fundamentales)
de la supervisi�n? Realmente no
lo sabemos y una opini�n seria tan
aventurada como otrr cualquiera.
En mayo pr�ximo daremos otra
prueba general equivalente a �ste
para medir la ganancia que produz-
ca esta aceleraci�n y reorganiza-
ci�n del sistema. Contamos con 1*
cooperaci�n decidida de los mees- \
troe pero necesitamos la de los pa-
dres para lograr nuestros objetivos.
Esta no la constituye excluslvamen- �
te los donativos para el sosteni-
miento de comedores escolares y �
otras atenciones. Naturalmente que
esta cooperaci�n- material es nece-
saria y la agredecemos hondamente
pero desear�amos algo m�s: visitas
de inspecci�n a las escuelas, inves-
tigaci�n de la conducta, puntuali-
dad y regularidad en la asistencia,
a clases, de las necesidades escola�
res de los alumnos; procurar me-
jorar sus h�bitos de estudio, lim-
pieza, etc.; ense�arlos a utilizar
adecuadamente sus ratos de ocio,
etc. Todo esto traerla intima co-
operaci�n entre la escuela y el ho-
gar.
� � � t
NOTA: Al mencionar pr�cticas
que se usaban "antes" nos referi-
mos a la �poca anterior a la admi-
nistraci�n del Dr. Padln y "ahora"
a la de �l especialmente desde que
ocup� la subcomisaria de Instruc-
ci�n el Sr. Cebollero. Hacemos esta
aclaraci�n porque no puede hacer-
se responsable al actual Incumben-
te del Departamento de Instrucci�n
de una situaci�n con la cual �l na-
da ha tenido que ver.
LA CIENCIA AL DLA
Se ha dise�ado una nueva ante-
na para los radios de los aeropla-
nos la cual tiene la forma de una
bola de "�ootball".
� ��
Una compa��a de feroostrrUea del
Este de Estados Unidos ha dise�a-
do vagones especiales que portan
un equipo de soldar con el cual se
establecen rieles virtualraente de
una milla o m�s de extensi�n, lo
que suaviza la marcha y reduce les
ruidos.


18
EL MUNDO, SAN JUAN, P. R. � DOMINGO 13 DE FEBRERO DE 1938.
il
MODELOS INTERESANTES

1228 -B
ELEGANTE VESTIDO PARA EL
* DIARIO
Estt m un modelo muy apropia-
do para las que tengan una fisu-
ra Juvenil, asi como para las Jo-
vencltai que est�n en los 15. Tie-
ne un peto redondo, que es un de-
talle muy juvenil, y un pa�o en
el frente y otro atr�s.
Las mangas cortas abombacha-
das acent�an la delgadez de la cin-
tura, y la falda c a e en gracioso
vuelo. Este es un modelo perfec-
to y propio para cualquier esta-
ci�n.
Para la talla 13 (31) se necesi-
tar�n 4% yardas de una tela de
39 pulgadas de ancho y 13 de yar-
da para el material del contraste
en el cuello, y C3 de yarda para
la cinta del lazo.
1374-B
GRACIOSO MODELO PRINCESA
PARA USAR SIN ABRIGO
Este es un dise�o que toda mu-
|er joven de negocio adoptar� pa-
ra su propio uso. El adorno y aca-
bado Princesa se hacen m�s visi-
bles en este dise�o con el cuello
estilo "Priscilla" con adorno de
bles. Tiene una apariencia de co-
legiala, que se distingue tanto en
los nuevos dise�os de la moda. Es-
4� compuesto de 6 piezas, es f�cil
de confeccionar y puede hacerlo
en pocas horas. Puede usarse ron
c ntur�n o sin �l, como lo prefie-
ra.
Para la talla 14 (32) se necesi-
tar�n 2% yardas de una tela de
M pulgadas de ancho. Para el cue-
llo "Priscilla" se necesitar� 13 de
yarda de una tela de 39 pulsadas
de ancho y 4H yardas para el ador-
no de cinta o bies.
TRAJE DE MA�ANA DE R�PIDA
CONFECCI�N
Este gracioso traje ma�anero es
Ideal no solamente por su como-
didad sino por su f�cil confecci�n.
La blusa y falda est�n cortadas
de una sola pieza, lo cual simpli-
fica el trabajo de la* costuras. El
acabado en el cuello y mangas con
trencilla, le da un tgpteto elefan-
te.
H�;ase en algod�n estampado
para que quede perfecto.
Para la talla 38 se necesitar�n
4 yardas y 38 de una tela de 35
� 39 pulgadas d? ancho con mansas
cortas, y 3 yardas y 1 3 de trenci-
lla para el adorno, como se ve en
el grabado.
GRACIOSO MODELO DE EXTRE-
MA SENCILLEZ
Este es el modelo perfecto para
atarlo todo el d�a. un dise�o muy
pr�ctico y elcsante. Su confecci�n
c� estilo Mttr< y puede adaptarse
f�cilmente a seda o algod�n. El
peto del frente es larso. extendi�n-
dose sobre el busto, y los ligeros
fruneido� en la blusa y parte de
arriba de las mangas, son su prin-
cipal adorno. Los dos bolsillos en
la falda, a la altura de la eari-r*.
tambi�n con ligeros fruncidos, lo
ha^e sumamente pr�ctico,
H�;ase en ray�n estampado n en
tela de algod�n de colores alares
y brillantes.
Para la talla 16 (34) se necesita-
r�n 3 yardas y 34 de una tela
de 35 � 33 pulgadas de ancho, con
mangas cortas, y 2 yardas y 14
d3 trencilla o cinta para el ador-
no. Para el lazo, al final d?l cvs-
11o. se necesitar�n 5,8 de yarda de
cinta.
PRECIOSO MODELO DE TARDE
PARA TALLAS GRANDES
SI usted encuentra dificultad en
la selecci�n de un vestido que fa-
vor�zea su fisura, haci�ndola lucir
m�� esbelta, etc., �ste es el modelo
m�s recomendable para ese prop�-
sito. El cuello al frente cae a
ambos lados, en forma de solapas,
y la falda recta contin�a al fren-
te el pa�o que comienza en la blu-
sa.
Este es un dise�o muy f�cil de
confeccionar y quedar� perfecto en
un crep� estampado, o una lanilla
de moda.
Para la talla 38 se necesitar�n
3 yardas y 5 8 d? una tela de 35
� 39 pulgadas de ancho, con man-
gas cortas.
MODELO DE TARDE DE CORTE
MUY NOVEDOSO
Este dise�o tan femenino, ob-
tendr�n una buena acogida entre laa
jovencltas. El corpino es ligeramen-
te fruncido, y la falda tiene dos �a-
�os sobrepuesto al frente, con lige-
ro vuelo, que hacen la cintura m�s
breve. El bonito corte del diafragma
le da el tan deseado aspecto juvenil.
Un modelo muy apropiado para las
diferentes actividades durante >*1
dia y a�n para comidas Informales.
Para la talla 14 (32) se necesita-
r�n 4 yerdas y 14 de una tela de
39 pulgadas de ancho, m�s 58 de
yarda de organd� para el cuello
y los pu�os. Para el adorno de los
pu�os y el cuello, tal como se ve
en el grabado se necesitar� yarda y
media de plisado, m�s 5,8 de yarda
de cinta para el lazo.
1357-b
UNA ELEGANTE SILUETA EN
TRAJE DE LANA
En las ma�anas frescas sata es
modelo apropiado y que usted es-
tar� encantada de poseer. Es una
de las modas m�s populares. La
manera en que la faja de la cin-
tura acent�a el corpino es tambi�n
un detalle de mucha novedad. El
cierre de la falad y los graciosos
bolslllltos tan bien colocados com-
plefcn el acabado de este elf^.inte
morielito.
La linea del hombro es tambi�n
muy nueva y las mangas montadas
en ella le ran una apariencia cua-
drada a los hombros. Las telas
m�s apropiadas para la confecci�n
de este modelo son alguna lanilla
suave o bien un satfn pesado.
Para la talla 14 (32) se nreci-
tar�n 3 yardas de una tela de
54 pulgadas de ancho.
*-*-$~$$Sa�^ tt
DICE LO LITA
i
�Dicen que un "orooner* ka ti-
lo eecuettrado �� loe Estado� Uni-
da�. Bn ��fe eaao se hace patenta
el detmUr� y devoci�n al trabajo
de too "O-Men' que eet�n haciendo
et/ueraot tmeerot por encontrarlo.
I
_ felicidad e� la cumbre tietn-
lejana en el monte de la amW-
�Aunque parezca paradoja, la
edad avanzada suele �er la m�
atrasada.
�Si una mujer buenamente de-
ja de hablar al hombre, et porque
no tiene nada que contarle.
�Uno de lo� mole� peculiares al
autom�vil ee la direcci�n del atien-
to trasero, que et tan dif�cil de re~
formar como la humanidad mis-
ma.
�A cierta gente la critican por-
que no habla y otro� porque si.
�Nunca juzgue las accione� de
los hombres mientras no conozca
lo� motivo�.
-La mujer olvida toda� tus pe-
i cuando estrena un eomorero.
/a -so
(C Hit, � �.ii tr�4wi
�El que estd abajo tiene la ven-
taja sobre el de arriba en que tie-
ne meno� espacio que caer.
�Lo peor que puede decirte da
cierta gente ee la verdad.
r rw 1
� \Y

/t^^P^H ^�V.^^1 �Vk~~nr>-^
s__ ,. ..... kr J��L��Sr 'l'^
�Bi un caballo la tumba, no lo
tunta. Lo malo seria que la qui-
eiera patear.
7-^
�Lo que lo� negocio� necesitan
a vece�, ea una inyecci�n de sanare
mueva.
t
�Nada harr rabiar a uh� mujer
tanto como �legar a una cita con
veinte minutos dr. ret� aso y oirrm-
trarse con que la otra mujer no ha
llegado todav�a.
i �

�La� peque�a� ca�da� que ee tu�
fren en la vida, a vece� ton la
�uerto �ue conduce a �a �otruju�


1�
EL MUNDO, SAN JUAN, f. A. - DOMINGO 13 DE FEBRERO DE 1931.
Aunque Usted No Lo Crea-Por roberto l. ripley
�r'W
<4Ga�L�



elCuadrado
MAfilCO oe
Sustracciones.
R�stese la suma
de lo� n�meros
en los c�rculos
DE AQUELLAS de
Los CUADRADOS
EN CADA F�LA,
COLUMNA O
DIAGONAL Y EL
RESULTADO SER�
SIEMPRE 9
UmaENCINA oe 5 CETROS
DtL ALTO
CRECE �OBRE LA ANTIGUA
Wf�RE O�ERITIS En la
CIUDAD oeLUCCA.lt^lt�.
LA
At�DISTA
Pulgas ~
L* Senorrfa KATHERINE NUGENT
HACE VESTIDOS PARA PULGAS
-C&l�forn.*, EE.UU. q^ ^ �
Aunque Usted No Lo Crea�Por roberto l. ripley
�CUANTOS A�OS
TRANSCURRIERON
ENTRE 5 ANTES
Oe JESUCRISTO
�fa HASTA 5 DESPU�S
De JESUCRISTO?
S* contestar�
mefi&n&
3od
Cragm
JUG�
64 Partidos
oe bolos cm
un ano con
un total d�
lO.lfcd
PUNTOS.
ALAftO
StdUieNTB,
JU�0 EL MISMO
N�MeftO oe
PARTIDOS. CON
IGUAL N�MERO
oe pontos
CE�.ua>
WllUAM
WllUAMSON
de Id <\t%*
WILLIAMS
�* Iduniversioao Williams
de VJILLIAMSTOWN
Mowoctasetls�
te.ua
John
PERKINS
�l
Cw�l*�0. ee.ua
Puede
doblarse
HACIA
ATR�S TODOS
LOS DEDOS.

RECETAS DE COCINA
PANETELA.
Doce huevos, doce cucharadas de
az�car, dore cucharada! de har�-
as de Castilla, dos rurharadltas de
Jloyal y de vainilla. Se baten las cla-
ras a punto de merengue, luego
las yemas, despu�s la harina el
Royal y la vainilla se le agregan
poco a poco, se bate mucho y se
pone al horno. Cuando est� se par-
te por la mitad, rellen�ndola con
huevos moles, 10 huevos, veinte cu-
charadas de alm�bar, bati�ndolo
continuamente hssts que est� bien
espess para colocarla dentro de
la panetela. Se cubre con chocola-
te, con merengue o con crema. Co-
mo se prefiera.
COMPOTA DE CIRUELAS
Se limpian en agua hirviendo laa
ciruelas y asi que est�n blandas se
ponen en agua Ws. Se vuelve* al
fuego coa sgus y az�car. Esta com-
pota so sirve fr�a.
JALEA DE MANZANA
Despu�s do mondsdas y partida*
las manzanas, se ponen si fuego
en uns vssijs con sgus y so escu-
rren en un pa�o. En otra vssijs se
coloca medio kilo de az�car e igual
cantidad de manzanas cocidas; se
clarifica y se mezcla con el coci-
miento, se echa en botes y se guar-
da.
ARROZ CON LECHE
Se lava en mucha sgus medis
librs de srroz y se pone en remojo
durante una hora; se echa en una
psils con bsstsnte sgus y csnels
fina y se cocina hssta que el agua
se gaste para que el grano quede
bien blando; entonces se echa un
jarro mediano de leche y el' az�car
suficiente, se tiene si fuego hssts
que tenga buen punto. Se coloca en
la dulcera y se espolvorea con mu-
cha csnels molida.
ESPINACAS EN SALSA
So limpian y se Isvan bien las
< spinacas y se echan en agua hir-

viendo, dej�ndolas cocer durante
cinco minutos. Se retiran, so su-
mergen en sgua frls y so exprimen.
Hecho esto, se picsn las espinacas
lo m�s menudo que sea posible y
se ponen en una cacerola con man-
tequilla, espolvoreando con hari-
na y revolviendo bien la mezcla;
se agregan unas cucharadas de cal-
do, so sazona con sal y pimienta.
se deja dar un hervor y se sirve
callente, guarneciendo el pisto con
costrones de pan, fritos en mante-
quilla y con huevos duros cortados
en rodajas.
MANTECADAS DE ASTORGA
Se baten 500 gramos do mante-
quilla con 500 gramos de az�car,
Incorpor�ndole, poco s poco, doce
huevos; se le sgregsn 500 gramos
de harina y uns cucharsdits de
csnels sn polvo; se pone ls masa
en cajitas de papel cuadradas, y se
ponan si horno, por espacio do diez
minutos, m�s o monos.
(Contin�a en ls psg. 23 col. 3)
Conocimientos �tiles
COLA PARA PEGAR PAPEL O
METALES
Dejsr durante toda una noche en
un sitio caluroso, una mezcla de:
F�cula: 100 gramos
Acido n�trico: 5 gramos.
Agua: 120 gramos.
Hacer hervir luego esa mixtura,
a�adiendo sgus si fuese preciso. Y
flnslmente, un gramo por cada ki-
logramo de una mezcla bien pul-
verizada de una parte de ssl amo-
niacal y medio gramo de flor do
azufre.
TINTA RESISTENTE AL FUEGO
So mezcla:
Agua destilada: 128 partos.
Aceito de espliego: 30 portes.
Cloruro seco de platino: 10 partes.
Tinta china: 30 partes.
Goms ar�biga: 2 partes.
Si se aftade cloruro de platino s
los coloros dsl comercio o � los
tlntss, n�cese incombustibles to-
das las impresiones.
PARA LIMPIAR LOS GRABADOS
ANTIGUOS
Loa trabados antiguos se limpian
coloc�ndolos entro dos hojitss de pa-
pel blanco espolvoreados exterior-
mente de cloruro de esl seco. El clo-
ruro obrs como descolorante sin
destruir la paita de papel.
Hay que operar con prudencia
cusndo se trata de gribados de va-
lor. En este caso conviene ensayar
el procedimiento con grabados po-
co Importantes hssts conseguir do-
minarlo y poder efectuar el experi-
mento definitivo.
El grabado metido entro dos ho-
jas do papel eon cloruro hay que
ponerlo en una prensa o debsjo de
un mont�n de libros.
REMEDIO CONTRA LA RUBICUN-
DEZ Y LOS PUNTOS NEGROS
Nsds tan feo como una nariz ro-
ja. La rubicundez proviene del fr�o,
de la congesti�n, do la compresi�n
exagerada de los vestidos, del msl
funcionsmiento del coraz�n. En ca-
da caso est� Indicado ol modo de
corregirlo, haciendo cesar la cau-
sa.
Cuando la rojez es producida por
el fri�, dense lociones do agua b�-
rica, antes de salir al aire; cuando
es producido por congesti�n, es bue-
no sorber agua callente antes de
acostarse y privarse de comidas
grasas y bebidas excitantes, sobre
todo alcohol.
Cuando la rubicundez es produ-
cida por la opresi�n del vestido o
mal funcionamiento del coraz�n, es
necesario favorecer la circulaci�n
dejando el traje m�s suelto, d�n-
dose masajes y lavados de agua
de Colonia suxiliado de un guante
fuerte.
A veces este mal es causado por
la exagerada delicadeza de los va-
sos capilares de ls piel de ls na-
riz. Entonces debemos recurrir s
los remedios siguientes, que ls ha-
cen desaparecer en seguida.
B�rax en polvo......10 gramos
Agua pura......150 gramos.
Se le agrega una cucharadlta do
las de esf� de sgus de Colonia. O
bien, ost� otra f�rmula de resulta-
dos muy eficaces.
B�rax..........2 gramos.
Agua de rosas .. 15 gramos.
Ests loci�n se epllcsr� dos o tres
veces si dls.
PARA LOS PUNTOS NEGROS DE
LA NARIZ
Tintura de qulllayo .. 10 gramos.
�ter sulf�rico.....40 gramos.
Alcoh�lalo de lim�n .. 50 gramos.
Alcohol de 90 grados . .20 gramos.
Esencia do Bergamota .60 gotas.
Del mismo modo, es muy reco-
mendable esta loci�n.
Agua..........100 gramos.
Alcohol........50 gramos.
Cloral............3 gramos.
Sublimado corrosivo 0.05 tramos
Para las madres
La alimentaci�n del ni�o
Comenzaremos con la alimen-
taci�n del reci�n nacido.
Esta comienza generalmente a
los 24 � 38 horas del nacimiento,
o m�s bien sn rslsci�n con ls "ba-
jada" de ls leche en ls madre.
Ls secreci�n de los primeros
diss se denomina "calostro", tie-
ne caracteres especiales y contie-
no sustancias muy apropiadas al
reci�n nscido; puedo considerar-
se como un slimento do pesaje s
ls �eche natural. Este ei el ali-
mento Ideal para el nifto, insustitui-
ble, quo lo va s preservar de tras-
tornos del aparato digestivo y de
infecciones.
Los ni�os en su mayor�a suc-
cionan bien si segundo dis.
Si ls madre tiene bastante leche
y el nifio puede succionar bien,
debe pon�rsele si pecho con un
hsrsrlo lijo, 8 veces si d�a cada
3 horas, desport�ndolo s ls hors
correspondiente, pues en ls pri-
mera �poca duerme casi todo el
d�a. Durante la noche no deoe
d�rsele pecho, aunque llore, por-
que si so le acostumbra adquirir�
pronto el h�bito tsn dif�cil de qui-
tar despu�s. Por lo dem�s la cau-
sa del llanto puedo ser variad�.
y puede bastar el cambiarlo de
posici�n o darle un poco de agua
para que cese de llorar.
Antes de esda mamada es con-
veniente cambiarle los panales,
lavarlo, secarlo cuidadosamente,
eepecislmente en los piegues, pero
teniendo la precauci�n do no fro-
tarlo, porque la piel del nifto es
muy delicada y puedo producirle
"irritaci�n" en segulds se espolvo-
ree y una vez terminado de vestir,
se le pono si pocho.
El tiempo que debe mamar es
variable, pr�cticamente no hay
quo preocuparse demasiado d e 1
n�mero de minutos que el nifto
mama, si va progresando bien, �o
quo se ir� controlando por pesa-
das peri�dicas cada 10 � 15 d�as,
En general, puede decirse que 15
� 20 minutos es el tiempo corrien-
te en que toma la cantidad de le-
che necesaria, salvo los casos en
quo mama muy r�pido o bien de
aquellos d�biles, Juguetones o "pe-
resozos" que maman lentamente,
entonces es necesario prolongar
un poco m�s el tiempo, sin temor
a pecar por exceso. Generalmente
cuando ha tomado la cantidad de
leche suficiente, deja el pecho y
no lo vuelve a tomar.
Una Indicaci�n que debe siem-
pre ponerse en pr�ctica para evi-
tar la disminuci�n de la secreci�n
l�ctea es que debe vaciarse siem-
pre en lo posible, completamente
un pecho y terminar la mamada
en el otro; y s la vez siguiente
comenzar con el seno que fu�
succionado a medias, siguiendo el
mismo procedimiento, pues asi se
evita la estancasi�n de la leche.
quo como hemos dicho, es causa
de disminuci�n y, al mismo tiem-
po, sirve de estimulo para una
producci�n m�s abundante.
ACERCA DE LA MUJER
"La mujer enga�a por instinto",
ha escrito un detractor del sexo
d�bil; pero eso detractor da se�a-
les do no haber estudiado ol ins-
tinto de ls mujer.
Precisamente sucede lo contrario:
la mujer es veras por Instinto; po-
ro las condiciones sociales, el ais-
tema de educaci�n conspira do uns
manera doloroso contra su veraci-
dad.
Desdo los primeros anos da la
vida, la mujer aprendo a falsificar-
se y a falsificar laa ldess y los
sentimientos; sndsndo ol tiempo, la
mujer miente sin saber quo miente;
falta a la verdad o la oculto, con
la mayor tranquilidad, sin darse
siquiera cuenta de ello.
No debe, pues, creerse que ls
mujer sea falsa por naturaleza.
cuando lo es s�lo por educaci�n; la
mujer no naco falsa, lino que so
hace falsa.
T a�n examinando con buen cri-
terio en qu� consiste do ordinario la
falsedad do la mujer, so descubre,
m�s bien que malicia en ol cora-
z�n, timidez o frivolidad en las pa-
labras
Las mujeres, trat�ndose de los
pensamientos de su sexo, aunque
mienten, no son fsisas "�Por qu�
consult�is su boca � pregunta un
fil�sofo � si no es su boca ls que
debe hsblar? Consultad sus ojos,
su color, su respiraci�n, que ese y
no otro es el lenguaje que la Na-
turaleza lea dio para responderos".
De donde resulta que s tal pun-
to de rigor llega ol estado de sitio
en que el sexo fuerte tiene al sexo
d�bil, que no le permite ni saborear
el dulce fruto de ls ingenuidad.
CATALINA.
Los ba�os de sol y los ni�os
Xs uns necesidad para los habi-
tantes do las ciudades, especial-
mente los nlftoa, pasar el mayor
tiempo posible en las playas, en ol
campo o en las montaftas para res-
pirar airo puro, tomar ba�os de
sof, por ser eatos dos elementos
loa m�s necesarios para recons-
truir el organismo, tanto f�sica
como moralmente. La quietud del
campo es algo que obra muy di-
rectamente sobro el individuo.
Los quo viven encerrados tienen
ls sangre pobre; tienen poco ape-
tito; mal color y mucho desgano
para cualquier actividad.
Los baftos de sol restauran la
salud do tos enfermos, aumentan-
do ls vitalidad de los tejidos, ac-
tivando la formaci�n de loa gl�bu-
lo* rojo* en las heridas y destru-
yendo con rapidez las colonias
mlcroblsnss.
Exponer el cuerpo desnudo s
ls* caricias del sol necesita tam-
bi�n muchss procauciones, para
evitar que de lo bueno quo es re-
sulto perjudicial por ol excoso. El
ba�o do sol disfrutado en su me-
dida os ol mejor t�nico para ol
organismo humano.
Los ni�os, como lss plantas y
los flores, necesitan del sol, y del
airo puro; tambi�n necesitan ali-
mento adecuado y ejercicio pro-
pio de la edad, para crecer ssnos
y robustos. Esos muchachos que
tienen debilidad en los huesos, de-
formidad en las piernas, raquitis-
mo y que do seguro son candida-
toa a da tuberculosis, encuentran
en los baftos de sol un gran pro-
tector.
El deber de toda madre es criar
s sus hijos en plena naturaleza,
desnudos al aire y al sol pars for-
talecerlos y proporcionarles la
envidiable energ�a y felicidad a
que est� obligada, y que har�n de
ellos loa verdaderos hombros del
ma�ana.
El sol fortalece y conserva el
cutis con aspecto Juvenil; hace la
epidermis m�s resistente y lo da
a la piel ese color dorado que
tanto embellece y agrada a todos.
La mejor hora para tomar ba-
ftos de sol ei entre ocho y nueve
do la ma�ana, debiendo siempre
protegerse la cabeza. Al final de
cada bailo de aol as rocomVndable


Aunque Usted No Lo Crea-P<* Roberto l.
RIPLEY
1"
�Cuantos a�os
transcurrieron
desde 5 antes
oe jesucristo
hasta 5 despu�s
oe JESUCRISTO?
Re*p�

icristo r &�- ' Z '*^^>\2
P ^L. .v�* Alratros
ycj*9 Albatros
w ,il�k -r ? ('( Puede rascarse *�<$&****�*
�~&t2�W&�&* i)^*? **k�^ * LA CABEZA CON LA !�*�&�*
~:W; �' ������WSSfot pata en pleno '�SBEE!
*^^fi3�j �*r4.-. VUELO. , �5*5
��eV
re�*



r'55 jS 1 l�t���J^J�ir ��c-*-^ 3*5

*>%amiw *-
�W<
r*t
de3AIPUR.In UN ENORME PALACIO CONSTRUIDO CONO ,N0,A '
INSTRUMENTO MUSICAL. Cuando sopla el
VIENTO SE PRODUCE UNA MELOD�A.
Coet. I�>7. *�S '�"�� Sriidwn. !��. WorU ',�K,, *"***�
Serio*�
SITA.BIRA
d>3&lg6ot\,lr-iva,
blandi� una
espada Durante
25 Horas, 14 minutos,:
StN DESCANSAR. '
Aunque Usted No Lo Crea�*� Roberto l. ripley
t
Bandera qoe FIamca Etcrnamente
La Bandera Brit�nica que flamea soe-re las ruinas oe la residencia oficial oh
LUCKN0W, INDIA, NO ES ARRIADA JAMA*. PERMANECI� IZADA ATRAV�SDELF/SosS SlTlO
DURANTE EL M�TIN HlNDOSTANO D� 185"� V TODAV�A FLAMEA COMO TOIE^ TOA LOS
MUERTOS EN EL SITIO.
Todav�a se alumbra el mundo con velas
El uso de las velas come medio
de Iluminaci�n data de hace siglos.
De las primitivas velas griegas, de
cierta materia combustible y con
mecha de papiro, lino o c��amo, se
tienen datos precisos. En la fabri-
caci�n de esas velas impregn�base
primeramente de azufre la mecha
y luego se le daba un ba�o de se-
bo derretido o de cera de abeja,
derretida tambi�n, substancias am-
bas que habia que limpiar previa-
mente, secarlas, prensarlas, hervir-
las en agua dulce ordinaria, filtrar-
las y, por �ltimo, blanquearlas, hir-
vi�ndolas al efecto en agua de mar
y dej�ndolas secar a la Intemperie.
V en aquella �poca, como ahora,
pon�anse las velas en uso en can-
ligeras aplicaciones de agua frls.
Es necesario tener ciudado con
el sol. Cusndo un ba�o do sol ha
durado m�s de lo conveniente, hay
una reacci�n da�ina, que puedo ser
de poca importancia, pero que a
veces resulta grave.
deleros sencillos y candelabros.
Las primeras velas romanas re-
presentaban una peque�a reforma
sobre las griegas, pues aun cuan-
do el procedimiento de fabricaci�n
era an�logo, en las romanas se uti-
lizaban la esperma de ballena, el
aceite de coco, el de palma y o ros.
Muchos de los aceites de que se va-
llan los romanos en esa industria
figuran todav�a en la moderna fa-
bricaci�n de velas.
A principios del siglo XIX lley�
a ser tan grande la demanda de
velas que dio margen a la investi-
gaci�n cient�fica encaminada a bus-
car un substituto del sebo, que era
entonces el ingrediente principal,
no obstante el hecho de no obtener-
se con �l resultados satisfactorios.
Entre los Investigadores, el que tu-
vo mayor �xito fu� el qu�mico fran-
cos Chevreul, quien descubri� la
manera de extraer el �cido este�-
rico do la grasa animal. Chevreul
le dl� al mundo en 1811 por vez
primera esa materia s�lida y blan-
ca; pero no fu� hasta 1832 que sel
logr� emplearla fructuosamente ea
la fabricaci�n de laa velas. Hoy al
�cido este�rico es un importante In-
grediente de �stas, ocupando el lu-
gar que le corresponde entre lo pa-
raflna, la cera de abeja, la esperma
de ballena, la carnauba, la ceresi-
na y otras substancias que so em-
plean seg�n la clase de velas de quo
se trate.
A pesar del escollo quo presento
primero el empleo del petr�leo, jft
despu�s el del gas y da la electri-
cidad en el alumbrado, loa fabrican�
tes d� velas no abandonaron au ln>
dustria, y se afanaron po encon-
trar nuevaa salidas a sus produc-
tos. El �xito alcanzado ea una prue-
ba elocuente de au perseverancia.
Hoy dia los Industriales del ramo
est�n m�s activos que nuaca, pro-
duciendo mulares de velas do gran
diversidad do tama�os, formas y
clases, no s�lo para fines rollgio-'
sos, sino tambi�n para ol hogar *
otros usos.


14
EL MUNDO, SAN JUAN, t. R. � DOMINGO 13 DE FEBRERO DE 1938.
UNA MUCHACHA EXTRA�A
^ Por ENRIQUE ANT�N STEIG
Aquel di�, ouande Ram�n Home
te detuvo en lo alto del porUl de
�u casa a arreglar laa solapa* del
abrigo, fu� como si hubiera visto
por primera ver a la muchacha.
Viv�a a dos o tres cuadras de dis-
tancia da ella, y en el ano que ha-
da que �1 muchacho habla aban-
donado el Instituto, no se habla fi-
jado �it �Ha ni una sola vez. A de-
cir verdad, tampoco habla presta-
do atenci�n hacia la chica, en los
anos en que estuvieron asistiendo
juntos a clase. Salvo laa contadas
ocasiones en que se habla visto
forzado por la� regla� de la m�s
elemental cortes�a a acompa�arla
a la salida de la escuela, no '.obla
tenido con ella contactos d: nnju-
na clase. Sabia de su IntsVrmela,
de aquel talento que la ha'�la lio-
vado a ganar los curso� con toda
brillantez. Pero su envoltura f�sica.
sue encantos, no lo conven-'.n.
Pero ahora, mientras r: i
ba al nudo de la corbata, r. > po-
d�a acabar de comprenda.....i:no
se habla operado en ella un cambio
de tal naturaleza. Aquella piel Ho-
rada, aquel pelo oscuro y abundo-
so, aquellos ojos negros y standes,
le eran extra�os, como desconoci-
dos. Habla crecido, se habla des-
arrollado, se habla embellecido en
una palabra.
Tenia que Ir a ver a un compa-
�ero de universidad, con el que ha-
bla quedado en acudir a una con-
ferencia sobre f�sica, pero el mu-
chacho no se sinti�, a la vista de
la se�orita Weyman, con deseos do
ir.
Cuando baj� a la ralle, la mucha-
cha se encontraba ya a media cua-
dra de distancia. Y vista desde
atr�s, el espect�culo de su belleza
resultaba tan Interesante como vis-
to de frente. Un poco de air*. al
llegar a la esquina, le levant� la
falda, y el muchacho pudo com-
probar entonces que la Idea que
�l se habla hecho acerca de unas
piernas bien hechas y torneadas, no
habla sido err�nea.
Casi tuvo que correr para alcan-
zarla. Luego, al llegar Junio a ella,
la mir� de reojo y se hizo el sor-
prendido :
��Pero eres t�, Ethel? �C�mo
estas?
��Hola! �vino, seca, la contes-
taci�n, tra� un ligero titubeo.
Lo humill� el pensar que ella no
lo habla reconocido, pero pod�a ser
que tambi�n �l estuviera cambia-
do.
�Cuanto tiempo hacia que no te
vela. �continu�. �Estas muy cam-
biada.' �Qu� as lo que haces aho-
ra?...-
�Sigo yendo al Instituto. En ju-
nio terminar� el bachillerato.
Caminaban juntos por la calle, y
a �l le parec�a natural tomarla
por al brazo. Pero sin saber por
qu�, no se atrev�a. Y estaba sor-
prendido de su timidez.
��Qu� har�s despu�s de que ter-
mines?
�Pues me gustarla ser profeso-
ra de franc�s.
Le hubiera gustado que ella le
preguntara tambi�n acerca de sus
la chica. �Tengo mucho que estu-
diar.
��Que l�stima! �expres� el mu-
chacho sin querer ocultar su des-
ilusi�n. Pero ella le dec�a ahora:
�SI ma�ana por la noche quie-
re� venir, entonces no estar� oeu-
I pada.
mucho tiempo. Acaso no le resul-
te un adversarlo valioso.
Ethel trajo el tablero y comenz�
la partida. La muchacha se sent�
en el brazo de la butaca de su pa-
dre, en una posici�n que resultaba
provocativa y desconcertaba al mu-
chacho.
una gaveta de su armario un H-
brito de direcciones. All� estaban
todas sus conquistas: Raquel, Ana,
Ruth, Angelina... Angelina no era,
en realidad, una conquista, porque
apenas si habla podido robarle .un
par de besos. Pero en cambio al-
gunas de las otras hablan estado
SE VENDE
Velero Auxiliar
"MAGDALENA"
construido ��ero 1936.
Motor Diesel.
DELF�N F. RODR�GUEZ
Box 374
Mayag�er, P. R.
A 7o* doce movimientos, Ram�n,
tuyo Que eatNrso.� Furos u*trd
drmasmdo birn pora mi,�dijo.
pla�e�, pero la muchacha no habla
puesto atenci�n en los libros que
�l llevaba debajo del brazo.
De repente ella dio vuelta, al
llegar a una esquina, y �l la fu�
a seguir algo azorado. Pero la mu-
chacha, a la entrada del subterr�-
neo, se desped�a de �l: ��Adi�s!
��Puedo verte una noche de �s-
tas? �casi le gust� ansiosamente.
��Por que n�? �fu� la contes-
taci�n que a nada compromet�a.
Cuando emprendi� el camino de
i la casa de su amigo, se sent�a m�s
I ligero, como si de repente le hu-
bieran lngertado una vitalidad, una
I satisfacci�n nueva. Y dos noches
i despu�s la llam� por tel�fono.
�No puedo verte, �le respondi�
Quedaron en que se ver�an a la*
ocho y media de la noche siguien-
te.
Ram�n estaba acostumbrado a
ganar su* batalla� verbales con
las muchachas. Y al ver el despego
con que hasta entonces lo habla
tratado Ethel Weyman, se habla
formado todo un plan acerca da lo
que Iba a decir a la chica, para
que �sta *e diera cuenta de que in-
telectualmente era �uperior a ella.
Pero en cuanto �ali� a abrirle la
puerta, se sinti� sobrecogido de un
extra�o miedo, y se olvid� de to-
do* *us planes.
La muchacha estaba tan atrac-
tiva como cuando la hab�a visto en
la calle, pero era evidente que no
DIRECTORIO MEDICO
A los doce movimientos tuvo Ra-
m�n que rendirse.
�Juega usted demasiado bien
para mi, �dijo. �No le ganarla ni
aunque me diera la reina...
��Por qu� no juega con Ethel?
�le propuso entonces el viejo.
Aquello era demasiado. No que-
r�a exponerse a ser derrotado por
la chica, por lo menos mientras
no se preparara para hacer un buen
papel. De manera que declin� con
toda cortes�a.
La se�ora Weyman. mientra*
tanto, habla retornado a la sala
y le propuso a su hija:
�C�ntanos alguna de esas can-
ciones francesas...
�No sabia que cantabas �ase-
Dr. J. E. COLON
Especialista enfermedades de
lea r��ones y V�as Urinarias.
Alien 60 altos� TeL 1634 S. 1.
Dr. J. A. L�PEZ
ANTONGIORGI
Oficina: Carretera 170,
Parada 19, Santurct.
Consultos da 4 a 6:30 P. M.
Tel�fono 728 Santurce.
Da �ocha llama al
Tal. 1810 Sant.
Dr. Jenaro Su�rez
Especialista en
PARTOS Y ENFERMEDADES
DE LA MUJER
AVE. DR. ASHFORD. STOP 46
(Frente al Hospital
Presbiteriano)
TeL 3660 Santurce.
DR. M. PUJADAS D�AZ
Medicina general - Rayos X
Diatermia - Laboratorio CU-
alca - Especlallete Ni�ea y
Enfermedades Troptealea.
Consultas: 3 P M. a T P. M
Parada 43* � Taf 1TST Sant
Ava San Jorja frente Igleela
LABORATORIO CL�NICO
DR. SALIVIA
Tel. 15 Apartado 98
Jos� de Diego 36
Rio Piedras, P. R
DR. M. SOTO RIVERA
GINECOLOG�A
CIRUG�A - RAYOS X
Especialista Enfermedades
propios de ta mujer y sus
V�as Urinarias
Consultas d� 2 a 7 P. M.
Edificio Plaza
lado Gonz�lez Padln � TeL T36
Dr. Alfredo L Bou
Enfermedades de la Piel.
Ponce de Le�n 196 � Pda. 21
Tel�fono Santurce 632.
DR. C�RBELO
UROLOG�A
CL�NICA D�AZ GARC�A
HORAS: 5 a 7 P. M.
TEL 1865 SANTURCB
Ur. \. FtIHNOS ISERN
Especialmente
Enfermedades del Coraz�n y
del Sistema Circulatoria
Estudios
Eleetrocardlogr �ticos
Ave. de Diego N�m. �
Tel�fono 1061 Santurce, P. R
habla procedido como otras j�ve- gur�, confidencial el muchacho,
nes. que para recibirlo a �l se ves-
t�an como si fueran a Ir a la �pera.
La muchacha tenia puesta una fal-
da oscura y un "sweter" que le da-
ba aspecto de colegiala, y Ram�n
no pudo evitar que el rubor se le
subiera a las mejillas al pensar
en la Ilusi�n con que �l se habla
arreglado para acudir a aquella
cita.
Ethel le present� a sus padres. El
viejo, en mangas de camisa, lela
un libro sentado en una butaca de
la sala. Era un hombre peque�o,
delgado y calvo que usaba espe-
juelos. La madre era peque�a y
gruesa y sall� de la cocina en de-
lantal a saludar al visitante, al
que sonri� con complacencia.
�Perd�name un momento, �le
dijo Ethel cuando hubo colgado su
abrigo. Luego te puso a quitar los
libros y papeles de la mesa redon-
da que estaba en el centro de la
estancia. Y el muchacho pudo ver
que no s�lo no se habla vestido pa-
ra recibirlo, sino que hasta el �lti-
mo momento habit estado apro-
vechando el tiempo y estudiando.
El se�or Weyman lo invit� a
sentarse y Ram�n apart� una silla
de la mesa y se sent�. Ethel volvi�
del cuarto adonde se habla dirigido
a llevar los libros.
��Puedo ver lo que lee? �le
pregunt� el muchacho al viejo, no
teniendo otra cosa que decir. Mr.
Weyman le present� el libro, una
colecci�n de poemas de Yeats, que
Ram�n no habla le�do.
El muchacho ��taba impreaio-
nado por el hecho de que todo el
espacio disponible en la escancia es-
taba lleno de libros. Eran Untos
que hablan tenido que colocarlos
sobre laa sillas y hasta en el sue-
lo.
Ahora le decia el padre de Ethel:
��Juega al ajedrea, joven?...
En no habla venido a jugar al
ajedrea, pero tampoco cre�a oportu-
no negarse. Le respondi�:
�No muy bien. No he Jugado en
Cre� que se repetirla el caso fre-
cuente de esas ni�as a quienes sus
mamas creen Joyas, que tras de
hacerse rogar van al piano y pro-
ducen una m�sica y un canto que
las personas extra�as tienen que
aprobar por cortes�a. Pero nada
de ello ocurri�.
Ethel fu� al piano, inici� con toda
maestr�a unos cuantos compases,
y al fin dio al aire las notas de su
bien timbrada voz de contralto.
Al final del n�mero el muchacho
aprob� sinceramente:
��Maravilloso Ethel! Canta otra
cosa.
Toc� y cant� varias piezas, y al
fin se levant� del piano. Y el mu-
chacho crey� que habla llegado el
momento de que �l se marchara.
�Tengo que Irme �dijo. �No |
puedo estar m�s tiempo con ust�- �
des.
Otra vez ocurri� lo que �l no
cre�a que Iba a pasar. Nadie hizo
por detenerlo y el �nfasis que le ha-1
bia dado a su partida lo hizo lucir
est�pido. Menos mal que le pidie-
ron que volviera pronta a hacerles
otra visita. Y al parecer eran sin-
ceros en la petici�n.
Cuando lleg� a su easa su ma-
dre le dijo: �Mar�a te llam� a eso
de las nueve.
�Bueno, �respondi� sin ning�n
Inter�s. Luego, viendo que su padre
dorm�a en el sof�:
�Dale a pap� las buenas noches.
Estoy cansado. Me voy a dormir.
Bes� a su madre y subi� las esca-
leras.
La se�ora Horne lo mir� Intri-
gada. Desde que hacia dos a�os su
hijo hab�a comenzado a tomar en
serlo a las mujeres, sus novias ha-
blan formado una verdadera cade-
na, un eslab�n despu�s del otro. La
de ahora, Mar�a, hacia muy poco
que le habla merecido al muchacho
toda suerte de admiraciones y ala-
banzas. El cambio no pod�a ser m�s
raro.
Mientras tanto Ram�n habla su-
bido a su cuarto y habla sacado da
apasionadas de �l, lo mismo que
esta Mar�a que empezaba a ir tras
�l, casi a perseguirlo.
�Llegarla a a�adir el nombre de
Ethel a la lista? Lleno de pensa-
mientos dudosos retorn� el llbrito
a su lugar y se acost� a dormir.
Habla salido un par de veces con
Ethel, y ahora retornaban del tea-
tro.
�Vamos a comer algo �le dijo
a la muchacha. ��No tienes ham-
bre?...
�Si, tengo hambre. Es una bue-
na idea...
Pero escucha, �le dijo Ram�n de
repente.' �No te permitir� que
vuelvas a hacer lo que hiciste esta
noche. Pagaste tu entrada del tea-
| tro porque me cogiste por sorpre-
y no quise discutir contigo de-
sa
lante de la gente. Pero no puedes
repetir ese proceder cuando sales
conmigo.
��C�mo que no? �le respondi�
la chica. �No hay ning�n motivo
para que t� gastes tu dinero conmi-
go. Cuando salgamos juntos yo pa-
gar� mis gastos o no salgo.
��Pues no iremos a comer!
�Pues no Iremos... Vamos a ca-
minar en cambio.
El muchacho se sent�a Irritado.
Esta chica siempre lo estaba co-
locando en una situaci�n de inferio-
ridad que no pod�a seguirle consin-
tiendo. Con otras muchachas habla
sido siempre el que se�alaba el ca-
mino, el que impon�a condlcionea...
�Dime, �le dijo con sarcasmo.
��Has insistido en pagar cuando
has salido con otros muchachos?
�Siempre.
��Y que es lo que te han di-
cho?...
�Ambos rehusaron y no los vol-
v� a ver m�s.
��De manera que han sido so-
lamente dos?... Extra�o que una
muchacha tan guapa como t� ad-
mita eso.
�Pues solamente dos han sido los
que, antes que t�, me invitaron a
salir con ellos.
No habla duda de que ae trata-
ba de una chica peculiar, y su
franqueza comenzaba a desconcer-
tarlo y hasta a hacerlo sospechar
si todo aquello no seria m�s que
una "pose" que tenia poco de real.
�Cre� que ibas a ser t� el prime-
ro que comprendiera mis razones
y mis sentimientos. Pero me pare-
ce que me he equivocado tambi�n.
Ahora el muchacho cambiaba de
opini�n. No, su franqueza no era
una "pose", sino el resultado de
su convicci�n. Y merec�a la pena
de aceptarla tal cual era, con tal
de estar a su lado. Vela tambi�n el
motivo por qu� no habia j�venes a
su alrededor, muchachos dispues-
tos siempre a cultivar la amistad
de una chica para ver lo m�s que
pod�an sacar de ella. Esta, que a
ojos vistas no quer�a dar, no desea-
ba tampoco tener que agradecerle
nada a sus amigos masculinos. Era
demasiado inteligente, tenia dema-
siado talento. No era como aque-
llas otras amigas a las que Ram�n
dominaba con su inteligencia y con
su belleza f�sica. Y le hubiera gus-
tado ver a Jerry, que siempre esta-
ba haciendo alarde de su donjuanis-
mo, de la suerte que tenia con las
mujeres, tratando de enamorar, de
vencer, a �sta. El solo pensamien-
to lo hizo re�r en alta voz, sorpren-
diendo, de pronto, a la muchacha.
�Esta risa que te llama la aten-
ci�n, no pasa de ser un cumpllmien
to que te hago, una galanter�a que
te dedico. Estaba pensando en c�-
mo recibirlas t� los avances de
cierto amigo mi� que se las da de
Irresistible. Cuando enamora a una
muchacha es una aplanadora.
�Tambi�n me he encontrado yo
con algunos de esos �dijo Ethel
Impregnando sus palabras de cier-
ta solemnidad.
��Y que fu� lo que hiciste?...
�Nada. Me sent� sobrecogida y
no sabia que hacer...
Mir� al muchacho perpleja y ter-
min� por encogerse de hombres.
Habia algo tan sutil, tan encan-
tador acerca del extra�o compor-
tamiento de Ethel, que Ram�n sin-
ti� de repente deseos de abrazar
la, de apretarla contra su cora
z�n. No lo hizo, sin embargo, sino
que unos momentos despu�s, cuan-
do habia logrado controlarse, la
cogi� del brazo por primera vez
en las dos semanas que duraba ya
su amistad. La muchacha nada dijo
y �l se preguntaba si era que le
gustaba o, simplemente, que no ha-
bia puesto atenci�n en ello.
La misma Indecisi�n acerca de lo
que deb�a hacer, lo segu�a embar-
cando cuando llegaron a la casa de
Ethel. Pensaba que deb�a besarla,
pero no se atrev�a a hacer la prue-
ba. Estimaba que hacia tiempo que
hedi� haberlo Intentado, antes de
que se hubiera ido desarrollando
en �l aquel complejo de inferioridad
que estaba a punto de vencerlo.
Habla tenido distintas oportunida-
des, una vez cuando estuvieron,
completamente solos, en un parque,
y en otra ocasi�n cuando vino a vi-
sitar y se encontr� con que los pa-
dres de ella hablan salido. Esa
�ltima oportunidad, sobre todo, le
habia parecido al principio mara-
villosa, y lo habla excitado m�s que
se habia excitado nunca junto a
mujer alguna.
En el vest�bulo Ram�n tom� a
Ethel por la mano y la mir�, In-
tensamente, a los ojos. Ella retorn�
la mirada con curiosidad, mientras
el muchacho sent�a que le faltaba
hasta la respiraci�n. Le parec�a que
el coraz�n se le habia hinchado en
el pecho y que se iba a asfixiar.
Sus manos temblaban, y de repen-
te subieron hasta los hombros de
ella y quisieron atraerla hacia si.
Pero Ethel, entonces, coloc� sus
manos en el pecho de �l, y lo man-
tuvo a distancia, con la cabeza do-
blada hacia abajo, pero sin tratar
de huirle. Aquello no era la resis-
tencia convencional de la chica que
quiere cubrir las formas. Hubo una
corta lucha sin movimiento� ni pa-
labras y al fin Ram�n, furioeo, ba-
j� los brazos.
�No me habla enga�ado. Eres
una de esas mujeres con coraz�n de
nieve que se complacen en hacer
miserable la vida de los que caen en
sua manos �la increp�. �Debiera�
irte, esconderte donde no le pudie-
ras hacer da�o a nadie...
Luego, cambiando el tono de la
voz, continu�:
�Ya s� lo que me vas a decir. Ya
s� c�mo me vas a hablar de que
mi conducta Incalificable lo ha es-
tropeado todo. Por supuesto, so
creas que me lo voy a creer...
Se detuvo, sorprendido, cuando
Ethel levant� la cabeza y su rostro
se present� a su vista con los ojos
cuajados de l�grimas. Su expresi�n
denotaba las m�s hondaa y aentt-
das emociones: miedo, desenga�o,
desesperanzas...
Se separ� de �l y comenz� a su-
bir, lentamente, la escalera que
conduela al pasillo donde estaba la
puerta de su apartamiento.
��Ethel! �la llam� Ram�n con
remordimiento. ��Ethel!
Adopte la Cera
Mercolizada Para
Embellecer tu Cutis
I?
La pudo detener antes de que
abriera la puerta, y trat� de ha-
cerle comprender que sus palabras
no ha o�an sido sinceras, que no ha-
bia sentido nada de lo que le ha-
bla dicho.
Su mano estaba ya en el pica-
porte cuando �l, sin poder hablar
de manera inteligible, le habla co-
gido la mano libre y, casi poni�n-
dose de rodillas, se la habla acer-
cado a los labios. Y cuando aquella
mano, esquiva al principio, se aban-
don� entre las suyas, el muchacho
estim� que aquello era una prue-
ba de perd�n y se sinti� satisfecho.
Con suavidad la muchacha reti-
r� la mano, y d�ndole las buenas
noches se Intern� en su aposen-
to.
Cuando Ram�n lleg� a su casa
aquella noche, sus padres estaban
dormidos. Sin hacer ruido lleg�
hasta au habitaci�n y cerr� la
puerta.
Tirado sobre la cama, a oscuras,
vela el rostro de Ethel, con sus
ojos llorosos. Era la misma impre-
si�n de hondo dolor que en ocasio-
nes le habla causado el recuerdo
de ver llorar a su madre. Y por
m�s esfuerzos que hacia no pod�a
concillar el sue�o.
No pudlendo dormir, comenz� a
dar vueltas en la cama, haciendo
planes para el porvenir. Pero sen-
t�a que tenia que hacer aleo, que
deb�a hacer algo antes de que pu-
diera dormirse. Algo subconsciente,
como le ocurr�a a veces cuando
salla de un lugar dejando olvidada
una cosa, le instaba a averiguar lo
que era para luego poder entregar-
se al descanso completo. Y al fin
record� de lo que se trataba y nV
un salto se tir� de la cama y corri�
al armarlo donde tenia la libreta
con las direcciones de sus conquis-
tas. Lentamente, con el deliberado
prop�sito de gozar todo lo posible
de aquel instante, lo rompi� en pe-
dacitos.
Despu�s de eso, Ram�n Horne
volvi� a la cama, sesuro de que ya
pod�a dormir a pierna suelta...
Par� aer realmente hermosa, usted
deba poseer un buen cutis; y para,
tenerlo debe usted usar pura Cera.
Mercollsada. Conservar� por tiempo
Indefinido su cut�a suave, loaano y
juvenil. La Cera Mercollsada hace
reaparecer una capa de piel nueva >*
quo absorbe suavemente la capa ex-
terior de su rostro convlrtl�ndola, en
diminutas partlculaa. E'lmlna, toda,
impureza. 8u nuevo cut�a ae ve ra-
diante de �alud y Heno de bailesa
luvenll. Empiece desde esta noche a
usar Cera Mercollsada. Observe como
embellece y rejuvenece su tes. pescu*
hra la belleza oculta de �u cutis con
Ora Mercollsada. En todas laa �ar- �
maclas v boticas.
�TOS?
En ios ni�os es mis peli-
grosa. A ellos les gusta
sficaz prepa-
raci�n:
MI EL y ALQUITR�N
D�PINOoaDuBELLl
ANA
Desaparecen con ZIIYNGARO
No mancha.
Se usa con las manos.
Fabricante- F. TORRES.
Box 157 � Juana D�az, P. R
Cansancio - Pesadez
GRATIS
Este hermoso Juejro de eublertos da
mena enchapado en plata que consis-
te de 34 piezas. Servicio para 8 per-
sonas. Certificado de Oarantla del Fa-
bricante con cada Juego I
O/erta Espe-
cial por un
periodo de
tiempo li-
mitado.'!
Gratis. Este
a x c e 1 a nte
Juego garan-
tizado con-
siste de 8
cuchillos
�cero
prueba
manchas,
cucharas,
tenedores,
d-
a
de
8
8
8
cuchantes. 1
c u c h a r lta
para el az-'i-
car j i cu-
chillo para
la mantequi-
lla.
L�tas�en�b: aRAnTT<.Mt� be"� 3.uc|ro dt euwertc* de mesa abso-
lutamente GRATIS Sin que le cueste un centavo!" Completa-
te garantizado por un famoso fabricante americano Usted se senti-
r� eatisrecho usando este excelente Juego de cubiertos de masa.
Escriba Inmediatamente por nuestro Plan�Gratis, el cual le sera
enviado sin demora, porte pagado usted adquiere este fino Jueto d*
cubiertos de mesa ABSOLUTAMENTE GRATIS sin que la cueat� un
centavo, por ayudarnos en su veclncad
NO KZ NECESARIA LA EXPERIENCIA
Nuestro plan es muy simple e interesante. Cualquiera, joven o r�alo
puede hacerlo. Sea el primero en su localidad en adquirir este fino
juego de cubiertos de mesa absolutamente gratis!
Todo lo que
usted tiene ,
que hacer
ea llenar el
Cup�n al pie
y env�ame-
lo por correo
hoy para re-
cibir infor-
mes comple-
to� H�galo
AHORA sin
demora I
EMPIRE MKRCIIANDISE CORPORATION,
114 Broadway. Dept. 240, New York. N. Y.
Sin obliR-aci�n de mi parte, s�rvanse enviarme inme-
diatamente detalles completos de su oferta relstlT�
al Juego de Cubierto�.
(escriba con claridad)
Nombre
Direcci�n
ciudad
Pala
, �USTED TnmBlEfl
/ PUEDE GR�RR IT1R5!
cETpe"TPn BRDIO
L
No
Por lo general se deben a residuos
t�xicos acumulados por deficiente
funcionamiento intestinal.
La causa se elimina pronto � y el
bienestar renace � tomando
ENO
SAL EFERVESCENTE
DE FAMA MUNDIAL
Puede tomarse a diario. No forma habito
Lw seUbru " ENO". " Frute Stlt� y "Sel i� Piula'
TenoV. U oporW.vded' da
corto tiempo � "dependencia aaeje�
mica, tel como lo kecea lea *�*
sarjen asi (amoso mete do de �***-
nenie, qaienei desde el principie
9an�n en sus horas febeas $30, $50 y
me� � U semen*.
ISTUOII IM so CASA
t�� neto* MtMMrtt y titi. Site
*u�� lew y eKrieW. P�* U
p.�tie� lec�w GRATIS Ufsreata�
�jeme SeaerbeteresBaM, Asia,
wsester y Hsrrsiiniln.
'�
ApravacsW Cetas Grandes Vatttajae
Le Amarice Hispana ofrece un amplio campo
de sebea pere el Rad�o- T�erveo, en cualquier*
de les ma�eros- remes de este ciencia: en le
R*d�c-m�c�n�ca, Sistema� de Amplificaci�n
pese Oratoria, Radiocomunicaci�n, Onde
Corta, Radio en U Aviaci�n, Radiodifusi�n,
Cine Sonoro, Televisi�n, etc.
S basca su rapamiento debe untrse cuanto
entes d grupo de nuestros alumnos prospe-
res. iPids este Libro �AT1S-HOY MISMO!
trnviE �STt= cunan*
� S*. J. A. ROSINKRANZ Presidenta
� MATIONAl ICHOOLI
� ese� W Waairsa �?.. le* Asaeses. C*W. S.UA.
SB Utr* Rmtreee NATIS tea 4efM para
i-
Mies
� *.......__�
ssssiiiisisessn
inssaBNSSBNs%liteta�M�MBa


12
EL MUNDO, SAN JUAN, �. H - DOMINGO 13 DE FEMEHO DE 1938.
TANTO ESCOBAR COMO JEFFRA
CONFIAN EN GANAR POR K. O.
Esto asegura una lucha sin cuartel desde el comienzo. - Esta tarde dar�n una
exhibici�n a beneficio de nuestros atletas ol�mpicos
AND VOU KNOVvl THE REST
HASEN
*k�nm mTonf
\
SttDER
JtfFR,\
A>
wA^t*�*
THE SETTinCi TOd. EiCCQfi&t
KTiWW^T TOQEOrRlM THE
CUOwiM HC UDST TO -Jt�J�pRA
WiU. BE l^ SlWO'i HOMC
TOViw ^RmOURkl , DUDCfc
Q.ICO , FEB HT? i
LOS TORNEOS DE
BALONCESTO
(Nota d� u riBi
A petici�n de 49 equipo* afi-
liado* a U Federaci�n Insular
de Baloncesto, la Inaurura-
cl�n Insular de lo* torneo* In-
sulares de baloncesto se pos-
pone hasta el domingo 18 de
mano, en que se Inauguraran
simult�neamente las Ufas AA,
A. BB, B. C y D.
Alocan lo* equipos peticio-
narlo*, que con motvlo del
campamento de la Guardia
Nacional, ae ver�n privado*
de la mayor parte de sus ju-
gadores. Siendo el deseo de la
Federaci�n colocar en Igual-
dad de condiciones a todos lo�
conjuntos, se accede a lo so-
licitado.
Roberto MART�NEZ FLORES
Secretarlo.
Emilio E. HUYKE
Presidente.
Puerto Rico derrot� a
Costa Rica_enJ)aloncesto
El juego de los boricuas llam� poderosamente la atenci�n
por lo preciso y por la forma en que lograban
acercarse al canasto
Por NAT FLEISCHER
(Director-Propietario de
"The Ring")
(Especial para EL MUNDO)
Dentre de una semana, il domin-
go por 1* noche, febrero 30, el es-
pect�culo deportivo m�s destacado
del ano para Puerto Rico, su se-
gunda pelea de campeonato mun-
dial de ios pesos gallo, habr� de
llevarse a efecto en el Parque de
Pelota del Eacambr�n, entre Harry
Jeffra, el titular, y Sixto Escobar,
el pretendiente a la mano de Do-
na In�s, y i Juzgar por el Inter�s
que esta pelea ha despertado �n
toda la Isla, el espect�culo resul-
tar� el m�s concurrido de loe ce-
lebrados. De aqui y de all� y de to-
das partes llueven las solicitudes
separando asientos de primeras fi-
las, demostrando que los portorri-
que�os ofrecen su cooperaci�n a
cualquier deporte propiamente di-
rigido y en el cual los adversa-
rios sean de excelentes cualidades.
SE PROPONE UN RECI-
BIMIENTO OFICIAL
Como homenaje al os at-
letas portorrique�os
Por GALLEGO RINC�N
Como ya es sabido Puerto Rico
ha ganado el campeonato de Pista
y Campo en Panam�. Nuestros
muchachos defendieron con tes�n
el honor deportivo de nuestra que-
rida huta.
Puerto Rico entero tiene derecho
a celebrar el triunfo de nuestros
atletas y con este fin sugiero que
�1 Gobernador de Puerto Rico, y
ti Administrador de la PRRA pro-
clamen d�a festivo el de la llega-
da de nuestros atletas celebr�ndo-
te diversos actos en honor a el'os.
Este homenaje bien merecido tie-
nen ellos, pues supieron, por amor
al deporte y a su querido pueblo,
poner muy en alto el nombre de
Puerto Rico entre las naciones del
mundo que hoy los elogian conven-
cidas del valor, decisi�n y firmeza
de nuestros muchachos, que traen
los laureles ol�mpicos para Puerto
Rico.
Ya Puerto Rico no es la lauta ol-
vidada del Caribe. Hoy Puerto Ri-
co, con este triunfo, es conocido a
trav�s de nuestros muchachos por
todas las naciones del mundo.
Tienen la palabra las autorida-
des a quienes hacemos menci�n.
Ha sido debido al intenso inter�s
por esta pelea de campeonato, que
la Comisi�n Atl�tlca, que ha reci-
bido una oferta del Comit� Ol�m-
pico Centroamericano para la ce-
lebraci�n de las pr�ximas Olimpia-
das en Puerto Rico, se muestran
tan entusiasmados y han aceptado
la oferta pendiente a�n de acci�n
oficial definitiva.
No hay duda de que tales Juegos,
en los que los atletas de todas par-
tes del Caribe y Centroam�rlca se-
r�n contendientes, dar�n a Puer-
to Rico la misma clase de excelen-
te publicidad que la pr�xima pe-
lea de campeonato le viene dando
ahora. Cuando uno se da cuenta
de las resmas ds papel contenien-
do noticias cuando se celebra unt
pelea de campeonato, en todos los
Estados Unidos y en el extranjero,
debe reconocer el valor de tal pe-
lea para el territorio eri donde se
lleva a efecto. En Nueva York, el
centro mundial del pugilismo asi
como tambi�n el centro del nego-
cio de turismo, los peri�dicos han
venido publicando fotograf�as y con-
siderable publicidad sobre la pelea
Escobar-Jeffra. Esto debe constituir
por si solo un aliciente para aque-
llos Interesados en el bienestar de
Puerto Rico y que ofrecen su coo-
peraci�n al espect�culo.
Tanto Jeffra como Escobar han
venido entren�ndose concienzuda-
mente para su pr�ximo encuentro
y si alguien tiene dudas sobre el
particular, lo �nico que tiene que
hacer es preguntar a los dos mil y
pico de entusiastas que diariamen-
te visitan el campo del Eieambr�n
a ver los ejercicios, lo que piensan
sobrs el particular. No es necesa-
rio arg�ir mucho para convencer
a loa esc�ptlcos. De manera que
todo esto nos hace asegurar que
Sixto y Harry subir�n la noche de
la pelea al ring en sus mejores
condiciones.
Hace s�lo unos dias un periodis-
ta de la localidad me pregunt�, con
gran Juicio y yo creo que existen
otros que se habr�n hecho la mis-
ma pregunta, de manera que yo
voy a permitirme hacer menci�n a
su pregunta y contestarla tal y
como lo hice personalmente:
- "Xat, me pregunt�, usted vino
a actuar de Juez en la pelea. �Por
qu� entonces dedica tanto tiempo
a escribir sobre la misma?"
"�Qu� de particular hay en
ello?, le pregunta yo tambi�n. "Yo
soy loco con el pugilismo. A mi
me encanta Puerto Rico. Yo he
visitado la Isla varias veces. MI
primer viaje fu� en el 1910. Luego
volv� a visitarla en el 1913 y en
el 1914, y otra ves en el 193a Yo
creo que Puerto Rico es un sitio
magnifico para el desarrollo de at-
letas, como ha sido demostrado en
Panam�, en donde tanto mujeres
como hombres se han distinguido.
Mientras est� aqu� har� todo cuan-
to pueda para contribuir a tal des-
arrollo. Esa es la raz�n por la cual
yo he venido escribiendo tanto so-
bre los dos pugilistas, seleccionan-
do algunos puntos de los entrena-
mientos de cada uno y discutiendo
asuntos con los cuales tal vez los
escribas locales no se encuentran
familiarizados, debido a mi larga
experiencia�treinta y tres anos�
con el deporte. Por lo que ss me
ha dicho, mis art�culos sobre el
entrenamiento de ambos pugilistas
en este ano y en el pasado han
conquistado si objetivo que me pro-
pon�a: desarrollar entre el elemen-
to Joven de Puerto Rico un deseo
de leer sobre el arte del boxeo. Me
gusta analizar las condiciones de
los pugilistas unos d�as antes de
la pelea y he aqu� lo que he apren-
dido observando a Jeffra y a Es-
cobar:
1�F�sica y mentalmente los ri-
vales de la pr�xima contienda de
campeonato se encuentran' a la
par. Ninguno de los dos es de la
clase de los que se preocupan. Ca-
da uno se encuentran a poca dis-
tancia del peso en que deben su-
bir al ring la noche de la pelea.
Ninguno de los dos se ha queja-
do desde que comenzaron a hacer
entrenamiento.
3�Los dos confian en ganar la
pelea, y tambi�n los dos creen que
la pelea no durar� los quince asal-
tos.
Esto es una gran sen al. Eso de-
muestra la existencia de un deseo
aniquilador entre loa muchachos,
no soclalmente, sino dentro del
ring. Por un lado tenemos que el
retador se da cuenta de que �sta
constituye su �ltima oportunidad
para reconquistar au titulo. SI pier-
de ha terminado como retador, a
menos que Jeffra auba a la divi-
si�n superior. SI Sixto es vencido
en esta ocasi�n queda demostrado
para siempre que Jeffra es uno de
los mejores boxeadores peso gallo
que haya habido en PugUandla,
desde los tiempos de Joe Lynch,
Pete Hermsn y Kld Williams. Pro-
barla anta el mundo entero que
Jeffra es el padre de Escobar.
D�beme* recordar que Sixto ha
sido vencido tres veces por Jeffra,
dos veces en peleas sobre el limite
del peso oficial y la tercera vez
por el titulo. Reclam� que una In-
disposici�n estomacal pocos dias an-
tes de la pelea por el titulo con-
tribuy� mucho a su derrota. Bien,
ahora tendr� la oportunidad de
redimirse. Considera haber decep-
cionado a sus compatriotas y aho-
ra trabaja fuerte y con entusiasmo
en un esfuerzo de recuperar sus
laureles.
Las Indicaciones son de que va-
mos a presenciar una pelea sober-
bia. Es* �a la impresi�n que yo
he recibido observando los entre-
namientos y espero que la pelea
asi resulte.
3�Los dos han venido ensayan-
do el perfeccionamiento de su gan-
cho de Izquierda al cuerpo. Eso de-
muestra que ambos llevan la In-
tenci�n de bombardear el cuerpo
de su antagonista para provocar
un agotamiento. No hay nada me-
jor en boxeo para conseguir este
objetivo que el castigo a los cos-
tados, pero con contundencia.
4�Actualmente Jeffra demuestra
una gran ligereza de piernas. Yo
creo que ha desarrollado m�s li-
gereza que Sixto, pero la pegada
de Escobar ha sido m�s s�lida. Es-
to sin duda alguna se debe al he-
cho de que Sixto ha venido ha-
ciendo ejercidos quince d�as m�s
que Jeffra, pero a�n asi, el cam-
pe�n ha peleado seis veces despu�s
de haber conquistado el titulo,
contra una sola pelea Escobar, pe-
lea en la cual su adversarlo subi�
pesando 130 libras.
S�El Jab de Jeffra ha sido m�s
eficiente que el de su oponente.
Cuando lo desembarca se nota c�-
mo la cabeza del chata va hacia
atr�s con fuerza. Y Sixto ha des-
arrollado un "one-two", segundo por
un Jab r�pido. Viene en forma de
un gancho de Izquierda con sufi-
ciente pimienta para aquietar a
su chata.
Jeffra tiene tambi�n un Jab po-
deroso, pero no lo ha venido usan-
do con la frecuencia de Escobar.
Tal vez est� tratando de ocultar
algo para Sixto. Su gancho de Iz-
quierda, sin embargo, ha venido
causando desesperaci�n en sus cha-
tas.
S�El campe�n est� bien entera-
do de la dinamita que carga la
derecha de Sixto y por lo tanto
ha venido entrenando diariamente
con su Izquierda en lo alto para
recoger el golpe en el hombro o
bloquearlo. Sus entrenadores le han
estado gritando alempre en el en-
trenamiento: "Levanta esa mano
Izquierda."
Ayer los muchachos trabajaron
muy bien. Cada vez boxean mejor.
Sixto hizo seis asaltos de guantes,
adem�s de su acostumbrado salto
de cuica, ejercicios callst�nlcos y
"shadow boxlng' y caatlgo a la pe-
ra de goma, mientras Jeffra hizo
s�lo cuatro asaltos de guantes y
loa dem�s ejercicios regulares. Cree
que est� muy cerca de la perfec-
ci�n y cree que al boxea mucho
pueda sobreentrenarse.
Hoy domingo ambos muchachos
estar�n en el campo para au bene-
ficio en favor del Fondo ol�mpico.
Sixto boxear� seis asaltos y Jeffra
cuatro o cinco. Luego los chatas
que van a tomar parta en el pro-
grama del d�a 30 aeran enfrenta-
do* entre si en exhibiciones de dos
asaltoa, y un acto especial de risa
ser� tambi�n puesto en escena. Yo
ser� uno de los arbitros y tambi�n
Whltey Blnstelm y Helnle Blauns-
teln.

HARRY JEFFRA
vs. SIXTO ESCOBAR
(CAMPE�N) (ASPIRANTE AL TITULO)
PELEA POR EL CAMPEONATO PESO GALLO DEL MUNDO
DOMINGO 20 DE FEBRERO POR LA NOCHE
BOLETOS DE VENTA HOY EN EL PARQUE DE PELOTA DEL ESCAMBRON
Y EN EL ESCAMBRON BEACH CLUB
B�sS
MAX MORALES Y
JUAN ECHEVARR�A
Empataron en la pelea
estelar de Mayag�ez
Por SALV1TA S�NIOR
Ante una numerosa concurrencia
se celebraron las anunciadas peleas
en el "Mayagiles Stadlum", el do-
mingo pr�ximo pasado. Actuaron
de Jueces, en las dos primeras pe-
leas. Santiago Llor�ns y Antonio
Soto y de arbitro actu� Carlos del
Valle. En las dos peleas finales ac-
tuaron de Jueces los se�ores Mun-
dlto Medina y Helnle Blaunsteln y
de arbitro actu� Sotlto. Los profe-
sores Ollvencla y V�zquez actua-
ron de cronometrista y anunciador,
respectivamente.
La contienda estelar de la no-
che fu� la m�s reAlda y emocionan-
te celebrada en el "Mayag�ez Sta-
dlum" desde su Inauguraci�n. Sos-
tuvieron esta sensacional pugna
esas dos filigranas del cuadril�tero:
Max Morales y Juan Echevarr�a.
Durante todo el transcurso de los
seis asaltos, estos valientes peleado-
res estuvieron castig�ndose con Iz-
quierdas y derechas fulminantes.
A ratos Morales lograba imponerse
por su potente pegada de izquier-
da; otras veces Echevarr�a se per-
filaba como el dominante, usando
efectivamente su veloz Izquierda
que parec�a un pist�n el�ctrico. En
momento alguno estos muchachos
excusaron el combate. Desde que
son� la campana dando principio
al combate, hasta que volvi� a so-
nar terminando el mismo, ambos
combatientes niel�ronse aplaudir
por su valor a toda prueba. Mora-
les logr� ganar �l primer asalto por
poco margen. El segundo asalto se
le adjudic� Echevarr�a castigando
duramente el rostro de Morales
con inversos fuertes. Echevarr�a
domin� durante dos minutos el ter-
cer asalto, pero en el urttmo-mlnu-
to Morales logr� empatarlo, gracias
a una fulminante Izquierda propi-
nada sobre el coraz�n de Echeva-
rr�a que envi� a �ste moment�nea-
mente al tapiz, levant�ndose con
mayores ansias de pelear. El r�pi-
do poncefio se adjudic� el cuarto
asalto al dominar en un prolonga-
do cambio de golpes. El quinto
asalto lo gan� Morales al usar
aplastantemente su Izquierda prodi-
giosa, castigando los flancos, pe-
cho y coraz�n de Echevarr�a. El
sexto asalto fu� una repetici�n de
los anteriores en lo que a re�ido se
refiere. En este asalto ambos p�gi-
les hicieron galas de todos sus co-
nocimientos en el ring, buscando
la anhelada victoria. Este asalto fu�
tablas. Morales sangr� profusamen-
te por cortadura recibida sobre ei
ojo derecho. Echevarr�a tambi�n
sangr� por herida en el p�mulo de-
recho.
Los jueces emitieron decisi�n de
empate, la cual mereci� general
aprobaci�n. Si bien es verdad que
el h�bil Echevarr�a peg� mayor cas-
tigo con la izquierda, es menos
cierto que ios golpes m�s contun-
dentes y limpios de la contineda
fueron propinados por Morales. A
nuestro juicio la decisi�n estuvo
ajustada.
La contienda de semi-fondo en-
tre Francisco Soler Jr. y Charlie
Hahn no result� lo emocionante que
se esperaba. El primero y segundo
asaltos fueron ganados por Soler
por haber acumulado muchos pun-
tos con "jabs" a la cara de Hahn.
Los cuatro asaltos restantes se los
adjudic� Hahn pegando mucho y
limpiamente con su izquierda al
cuerpo y al rostro.
La decisi�n fu� otorgada Hahn
por haber resultado el mejor hom-
bre del combate.
En la segunda pelea de la noche
Don Daniel se apunt� otra victoria
al derrotar por knock out t�cnico a
Francisco Desard�n, de Catsrfto,
quien sustituy� a Pablo S�nchez.
El primer asalto lo gan� Desard�n
pegando tres fuertes derechazos a
la cara. Don Daniel se adjudic� el
segundo holgadamente al derribar
a Desard�n por la cuenta de cinco
con tres izquierdas a la cara y doa
derechas al cuerpo. El tercer asalto
fu� movido, sufriendo Desard�n una
profunda herida sobre el ojo dere-
cho. Cuando son� el silbato para
pelear el cuarto asalto, el popular
Gofio, que actuaba de padrino de
Desard�n, manifest� que �ste no
pod�a continuar las hostilidades por
encontrarse malamente herido.
Tambi�n al terminar el tercer asal-
to se encontraba casi groggy; pero
siempre se port� como bueno y se
hizo aplaudir del p�blico.
Don Daniel fu� delirantemente
ovacionado cuando el arbitro le le-
vant� el brazo en serial de triun-
fo.
La pelea Inicial entre Pete Lugo
e Ismael Rivera fu� adjudicada a
ese �ltimo. La decisi�n no fu� del
agrado del p�blico, que vio a Lugo
vencer en buena lid. Lugo fu� el
hombre dominante en casi todos los
asaltos y loa Jueces lo privaron de
un legitimo triunfo.
El Juez Santiago Llor�ns me In-
form� que �l habla votado en fa-
vor de Pete Lugo.
El conjunto de halonceeto portorrique�o, derrot� al de Costa Rica en
campeonato ol�mpico.
CIUDAD DE PANAM�, febrero.
12. (De nuestro Corresponsal).�
Anoche (antenoche) los portorri-
que�os se Impusieron en su primer
partido de baloncesto ol�mpico, so-
bre el conjunto de Costa Rica, lue-
go de una lucha muy movida y
re�ida. La asistencia a la cancha
del Estadio Ol�mpico fu� numerosa,
y entre los concurrentes se encon-
traba el Presidente de la Rep�bli-
ca, se�or Arosemena.
En el primer cuadro alinearon
por Puerto Rico: Ratita Mart�nez.
Gulgo Otero, Arouelio Torres, Cu-
yo y el Colorado. Luego el coach
se�or Keelan, durante el juego hi-
zo numerosos cambios, jugando Gel-
pl, Garc�a, Catoni, Aniceto, Sambo-
lln y Tulo Otero.
El primer punto del desafio fu�
anotado por Costa Rica, debido a
un "foul" que diera Guyo. Arquelio
Torres, de Puerto Rico, fu� el pri-
mero en encestar por los boricuas.
haciendo un magnifico tiro a goal.
Colorado lo secunda, anotando otro
canasto. Los muchachos de Puer-
to Rico contin�an Junando muy
desesperadamente, dando varios
fouls. que aprovechan los de Costa
Rica para anotar puntos. Ante es-
ta situaci�n de descontrol de los
boricuas, Keelan hace cambio tras
cambio, para conseguir m�s acopla-
miento de conjunto, de lo cual se
FIESTA DEPORTIVA
EN LA PLATA
aprovechan los de Costa Rica pa-
ra sacar ventaja en loa primeros
minutos de juego. A diez minutos
de haber comenzado el partido. Cos-
ta Rica se mantiene en la delante-
ra con margen de once a diez tan-
tos a su favor. En los �ltimos mo-
mentos del primer "half" los porto-
rrique�os, haciendo esfuerzos ex-
traordinarios logran controlar la
situaci�n, domin�ndola por comple-
to, al conseguir encestar r�pida y
consecutivamente, terminando la
primera mitad del juego con ano-
taci�n de 25 a trece puntos.
En los primeros cinco minutos de
Juego de la segunda mitad del par-
tido, el conjunto de Costa Rica rea-
liz� un "rush" logrando marcar nue-
ve puntos a su favor. Puerto Rico
anota un punto de "foul", y Costa
Rica vuelve a anotar, esta vez tres
tantos, asumiendo la delantera.
Luego tras jugadas brillantes y es-
fuerzo supremo los portorrique�os
logran reaccionar, dominando por
completo la situaci�n, alcanzando
una marcada ventaja en puntua-
ci�n sobre sus contendientes, y
triunfando en el desafio con ano-
taci�n de 52 a 41 puntos.
Puerto Rico se distingui� por su
magnifica forma de Juego, al lle-
var a cabo extraordinarias combi-
naciones y precitas pases Llam�
mucho la atenci�n d! los expertos.
au primer Juego en Tanam� por el
la t�ctica usada por los boricuas.
y la manera brillante" en que loa
jugadores portorrique�os se acer-
caban a la canasta. Primero sa-
caban la bola del centro con una
calma pasmosa y luego con una
gran rapidez cruzaban hacia el ca-
nasto, con pases oportunos y pre-
cisos, que desconcertaban por com-
pleto a las defensas de los costs-
1 rricenses. Los boricuas* estuvieron
muy err�ticos en lo* principios de
la lucha, pero luego que calenta-
ron y consiguieron buen acopla-
miento en sus Jugadas, lograron
eficiencia en sus tiros al canasto
La buena direcci�n del "epach"
Keelan se puso de manifiesto en
los momentos m�s dif�ciles de ls
lucha, llevando a cabo cambios
muy oportunos, los cuales fueron
numerosos, hasta que consigui� la
eficiencia de Juego de conjunto.
PARTIDO PRELIMINAR
En el partido preliminar de ba-
loncesto, se enfrentaron los con-
juntos femenino� de baloncesto de
M�jico y El Salvador. Las mucha-
chas de El Salvador en la prime-
ra mitad del Juego dominaron a
las aztecas, pero luego �stas hacia
la �ltima parle de la contienda lo-
graron controlar la situaci�n, ven-
ciendo a las de El Salvador con
marca de 23 a 16 tantos.
Uno� interesantes parti-
dos de baloncesto
SUGIEREN A MAX BAER
(�ola de la Secci�n de Inform��
de la PRRA)
DEPORTES EN LA PRRA
El team de baloncesto "I'arce'.crnii
de Ja Piala" derrota al de la Es-
cuela Superior de Aibonito.
El jueves pssado en el barrio La
Plata de la ciudad de Aibonito, do.i-
de la PRRA tiene tantos peque�os
propietarios de parcelas, se celebr�
una Interesante fiesta deportiva, en
la cual Jugaron papel principal los
muchachos de las escuelas de Aibo-
nito y los residentes y escolares
del barrio La Plata. Cuando a las
cuatro en punto de la tarde el ar-
bitro de baloncesto son� su silbato
anunciando el comienzo del Juego
preliminar, habla m�s de quinien-
tas personas congregadas alrede-
dor de la c�tcha. Tal era el entu-
siasmo que estos partidos hablan
levantado por estos contornos. El
"staf�" de maestros de la Segunda
Unidad, dirigido por la se�ora Bas
de Bonilla, estaba tambi�n presen-
te para alentar a los escolares qut
har�an su debut. La se�orita Mar-
t�nez, profesora de ingl�s de la es-
cuela, empez� a dar calor a la fies-
ta deportiva, con sus "cheers" que
eran secundados por grupos de mu-
chachos y muchachas de la escuela.
Un cambio de Impresiones entre
los oficiales y los J�venes Fran-
cisco Soto Respeto y Pedro Ortlz
Aponte, director recreativo de La
Plata e Instructor atl�tlco de la es-
cuela el primero, y director del
Centro de Recreo de Aibonito el se-
gundo, e inmediatamente se dio co-
mienzo al preliminar. Este partido
fu� una f�cil victoria para los de
Aibonito, que demostraron conocer
mucho mejor qle los de La Plata
el manejo de la bola. No obstan-
te, podemos asegurar que los de ,a
escuela de La Plata no dieron ni
una vaga demostraci�n de la habi-
lidad ya adquirida, pues tal parece
que el verse ante tan numeroso
Nuestro compa�ero El�seo Com.
bas Guerra ha recibido la carta 0"e
insertamos a continuaci�n:
Muy apreciado amigo:
Tratando de cooperar en la mag-
nitud del espect�culo que se ave-
cina, nos dirigimos a ti en la com-
pleta seguridad de que no ser� en
vano. Habi�ndonos enterado por el
diario EL MUNDO que a esta ho-
ra se gestiona la asistencia de una
de las figuras de mayor realce en
el mundo puglllstlco, deseamos su-
gerir a Max Baer como referee de
la gran pelea en la noche del 10 de
los corrientes.
Conociendo tus deseos de agran-
dar el deporte en nuestra isli�a,
no dudamos que nos complacer�s,
d�ndole cabida a estos cortos ren-
glones en la p�gina deportiva en
nuestro diario de mayor circula-
ci�n en toda la Isla.
Muy a tus �rdenes y con gracias
anticipadas quedamos] tus S. S..
Ernest Crisson, Rafael S�nchez,
Rafael Betancourt, Milton P�rez.
Armando Zeppendfeldt, Jes�s Gue-
rra. Mary Rodr�guez, Carmen Lui-
sa V�lez, Miguel �ngel P�rez, Ben-
jam�n D�vlla. Santiago Pujadas y
Jack del Valle, Central High School.
p�blico por vez primera les puso
en extremo nerviosos. Los mucha-
chos de Aibonito resultaron victo-
riosos con un score de 17 puntos
a 2. Con la experiencia del primer
juego, los chiquitines de La Plata
contin�an entren�ndose bajo la di-
recci�n del se�or Soto Respeto, pa-
ra ir a la revancha pronto en la
cancha del pueblo de Aibonito.
Cuando el partido estelar vino,
los �nimos estaban exaltados por
un entusiasmo delirante. El hecho
de haber empatado estos conjuntos
la primera vez que se enfrenta-
ron, hacia que el p�blico presente
ardiera en deseos de verlos en ar-
ci�n. Por mutuo acuerdo de los di-
rectores atl�tlcos, el de Aibonito
pas� a ocupar el centro del con-
junto que dirige, mientras que el
se�or Soto Respeto nombr� capi-
t�n a Ra�l Lara, y se coloc� en la
posici�n de arbitro, ayud�ndole co-
mo "umplre" el profesor Rotarlo.
Treinta segundos de juego y los
muchachos del conjunto de La Pla-
ta anotan el primer canasto en me-
dio de los "cheers" de los presen-
tes. Sigue el juego desarroll�ndose
con marcada rapidez y anotan los
aiboniteflos el primer canasto, pe-
ro los de La Plata anotan dos m�s
para ponerse encima al final del
primer cuarto, por cuatro puntos,
�t segundo cuarto sigui� desarro-
ll�ndose muy r�pido, y los de La
Plata anotan canasto tras canas-
to, pero, siempre perseguidos de
cerca por los aiboniteftos. Asi ter-
mina el primer "half" con anota-
ci�n de 13 a 7. En el primer cuarto
del segundo "half no hubo nada
de extraordinario, a excepci�n de
algunos "fouls" cuyos castigos Im-
puestos vali� a ambos conjuntos
dos puntos. Quince a nueve estaba
el "score" al anunciara* el �ltimo
cuarto. Los aiboniteftos hacen un
avance soberbio y empatan el
"score" con puntuaci�n de 1S a 16.
El juego empieza a desarrollarse
"rough" y viene un castigo pan
Aibonito. Lara falla. En un mo-
mento de agitaci�n, los de La Pis-
ta acomodan el canasto de ganar.
El "score" marca ahora 17 a 15.
Manolln comete una falta, pero los
aiboniteftos fallan. Suena el silba-
to del anotador de tiempo, dando
fin al sensacional partido. El score
final marc� 17 puntos para "Par-
celeros de la Plata" y 15 puntos
para la "Escuela Superior de Ai-
bonito".
Todos los muchachoa jugaron bri-
llantemente. Tanto Manolln como
Pedro Ortii, jugaran un centro so-
berbio. Lara y Baerga estuvieron
soberbios en el tiro. Santiago Rive-
ra, V�ctor Santiago y Jote Guzm�n.
desempe�aron sus papeles de de-
fensa admirablemente, especialmen-
te Santiago Rivera, del Plata, que
no permiti� a su contrario nunca
anotar un canasto, sin incurrir pa-
ra conseguir esto en falta personal
alguna.
HOY DOMINGO HOY
DE 2:00 A 4:00 DE LA TARDE
EN EL
ESCAMBRON ARENA
ULTIM� D�A DE ENTRENAMIENTO FUERTE
JEFFRA v ESCOBAR
A Beneficio de la Delegaci�n Ol�mpica de Puerto Rico
en Panam�.
MAYORES.....25c.
NI�OS......10e.
e
%
I



-
-^
Esa
�Estados Unidos es el Pais de
los Campeones!
La Fama Ha Consagrado a Diez
Campeones Que en Competencias
Estramb�ticas Resultaron Ser los
m M�s H�biles
8�
se
S�
^
i

PUEDR ItriTlHUK ItK AARONITA A T.1 7()V . ... Bala
linda jovenrita Jean Trowbrldge, de trece alios de edad, de
�tuirt. Iowa. %r gan� el ese .ido qn� tiene en sn* mino� en el
sencurin de deletreo. los alumno� man versados en ortogra*
fia en lodo� loa Estado* I'nldos compitieron en al Concurse
Anual de Deletreo en Washington. Jean ea una campeoncita
modesta.
EN CADA escuela norte americana ae Inculca en el nlno �1
precepto de que ale�n d�a podr� llegar a ser el Presidente de
la Rep�blica. No todo� los nlnor. tendr�n Jam�s esa opovtu-
nldad; pero caiil todo� ellas pueden aspirar a eer campeonea
de a!tuna actividad u otra.
El record establecido en 1�M prueba que el campo de loa
campeonatos ea muy extenso. Este ano que acaba de te: mi-
nar ha batido un r�cord en el n�mero de campeonatos es'a-
blecldos. Tal vea en 1�37 Estado� Unidos logr� conquistar el
campeonato de loa campeonatos entre los pa�ses del mundo.
81 TODO� loa campeones coronados en 1M� pudieran reu-
nirse en un anfiteatro, la escena serla graciosa, aunque no tan-
to como los t�tulos que algunos de los campeones han conquis-
tado T�mese por elemplo el campeonato de loa "llama-
dores de puercos". Sin embargo, el mido que emite la
voe humana al llamar a un cerdo ha merecido estudio
etentifico y la Academia de Ciencias de Francia acaba
de pedir dleeoe fonogr�ficos del certamen entre los lla-
madores da cerdos para aometerloa a un investigaci�n
Sien t�fica.
EL CAMPEONATO mis estramb�tico fu� tal wt si
da las cambiadora� de pana'.es de bebas. Ray Hender-
son, de Nueva York, ostenta orgulloeament* el campeo-
nato de asistencia a la �pera. Para conservar su cam-
rnato al se�or Hendereon viaja por el mundo entero
modo que no pierde una sola funci�n ds �pera. Hen-
denon ha o�do mi* �peras que ning�n otro a�r humano.
LO* CAMPEONES del Juago de tejos esta* ya sn
las listas oficiales de oampaonea que publica el directo-
rio ds sports y le mismo oeyrre oon loa campeones del
nombres no han llene,
paginas del dtrectoflo eftoial ror-
?jut t�nsenos monarcas woenootdoi ea
�1 arta da sentaxes sobra al hielo; da
cantarse sobre aseas da bandera.� y da
le conversa el �n san Interrumpir Ef
campe�n de cata �ltima competencia)
Rabi� contlnuametne durant* 19 horee.
ato sata p�gina vemos las fo'osrafiea
da algunos de'lo� famosos "DHM
de 1KC.
y la mismo ocurre oon ic
i-pon. din cariharto, a*
cama� ans� da que iuj
kan llenado teda vi a las


2 --�
i .7
1
r


l'-.V*




El. cmCLE ALARGA . . . Mareta
Yett, de nueve anos de edad, ka af.
do proclamado campe�n del �blela. . .
El concurso se celebr� en San Plagia,
California, y arriba vemos a Mareta
probando que el chicle aa el�stico* w
r�"^*P
�mi*J0*
&

m
s
.
#


lf-a* *
M


Bf. "sORF.RANO DS LAJ
PBCA8 ... Tal ves el re*
sarro m�s ctramb��lco fu� st
da las peer�. Jefcrtny Murphj
da TOatHifr* � e-i-, -i raas.
rmio. V e '��. *�?--ia sjbj
sdju-�-- -i - .'-�����v.

�VA IBA
SUKt..
Taay laarrenek , \
(deraeha) bar- i \
bato de twa-
dcafla, aa kay
al campeen
Ra a eI o �2
�y se ecama�
cadas laa maat-
aana* verdes
CJH Mntcnaa
�Jm
'�***
-�!
/
" *J�
i �
�*?*
-w
&-�h
>�
3C '}
i m
I
.
��**��

m
BET BE LAB COMTOTA� . . . David
�tayas, solter�n de 41 astee de edad,
aaenpati� ea un concurso da aaaaa de casa
7 aa gom� al primer premio �en se* ocas-
aadaa. T�aee la elnta da rsmpeea cam-
pe tere ea� Darla at�cala cea Jaste e*>
aavertte�oi da de rasar. Are*
ta ka causfasada
�ser aa al
Ma� rus boma . . . Om>*I Veiaev. e> Vm Angeles, i
asadera de huevos, fu record es dr 3.6*0 por hora,
la saaajstim�a qas le va�� el primer premio.
i la campeona cae�
Arriba la vemos es
sn septsssabre y
" �

�;�%.
'
1

0W
M
+yt
1
'J�V
mmm

at D1U1 MAZORCAS
Cari Carleen, de
�ewa, aa gmai el coneuraa do
�i. Clan mil ea-
agiaudlerea a Cari
EN EL CENTRO de esta fotograf�a esta Nao Jiro Kato. patriarca Japones, ostentando ea
lando.
barbea las varias chitas ganadas en el concurso Japon�s ds
laa barbas. Kato es el campe�n barbiluenga del mi
(PreptraaC literaria, registrase per KINO rRATIHBK �TMDirAT*. Im. rrakiklSa la repmaeerl** total � pasrial)
.
FLOYD VERKTTE. d;? Milwaukee, Wisconsin, reU al mi
do ent:m a rompr'.'r con �l en la bebida de cervs_
Este campe�n c- - ; litros de cerveta en 31 segun-
dos. �Podr� usted batir ese r�cord?
t�9C*Ot>C30i
t



EL MUNDO, SAN JUAN, f. I. - DOMINGO 13 DE FEBRERO DE 1931
EL, A#NDO
VERDAD Y JUSTICIA
Editor�� PUERTO RICO ILUSTRADO INC
Director: Jos� Coll Vidal Administrador. �ngel namos
Ofidnas: EDIFICIO PUERTO RICO ILUSTRADO
Apartado da Corraoa Stf
Dir�jase la oorraipondancU Informativa f Utararta a la dlrecei�su
Para anuncio�, comunicado!, ate, dlrljai� al Admlnlstfador.
PRECIO DE SUSCRIPCI�N
INCLUYENDO SABATINO i*
DOMINICAL:
En Puerto Rico:
TRIMESTRE � � � � 93.00
SEMESTRE � � � � &JSQ
Alto
10.50
Eitadoa Unidos y pa�ses dea-
tro da! Tratado Poatal:
TRIMESTRE - � � - M JO
SEMESTRE � � � � TJO
AltO �������
Para al Extranjero:
ARO-----------�---------------017-00
SEMESTRE � � � � � � 9.00
TRIMESTRE---------------------4,7�
Jtta.
LA PRESIDENTA ESCRIBE UN LIBRO
SOBRE 'ESTE MUNDO TRASTORNADO'
Por ELEANOR ROOSEVELT
UN RIEGO DEL VECINDARIO DE HATO REY
Que haya �rboles en el ensanche de
Mart�n Pe�a a R�o Piedras
Insertamos ayer un interesante y bello art�culo de la se-
�ora Rom Maria Cliqu�s Llompart, abogando por la siembra
de �rboles a lo largo de la carretera que conduce de Martin
Pe�a a Rio Piedras. El Departamento del Interior est� pro-
cediendo al ensanche de esta importante via de comunicaci�n
y, aeg�n se refiere en dicho articulo, parece que existe el
prop�sito de no plantar �rbol alguno a lo largo de este tra-
yecto. En efecto, los planos del ensanche no marcan el en-
cintado para �rboles.
Ignoramos las razones que pueda tener el Departamento
del Interior para adoptar esta medida. No podemos creer
que pueda aducirse como argumento v�lido para dejar sin
�rboles este trozo de carretera la posibilidad de que ellos des-
truyan las aceras. Huelga decir que podr�an seleccionarse
�rboles cuyas raices no ocasionaran da�o. Tampoco cabe ale-
garse la estrechez de las aceras. Son tantos los beneficios
que derivar�a la comunidad y especialmente los que transitan
por esta v�a de los �rboles que se plantaran en sus m�rgenes
que bien vale la pena obviar cualquier dificultad.
En Puerto Rico se ha venido haciendo una intensa cam-
pa�a en favor de la siembra de �rboles tanto en las zonas ru-
rales como en las urbanas. El Gobierno ha prestado al asun-
to cuidadosa atenci�n y ha asignado fondos para estimular
la obra. El propio Departamento del Interior ha desplegado
valiosas iniciativas, contribuyendo de manera eficaz a poblar
de �rboles las orillas de numerosas carreteras. Por eso nos
causa verdadera extra�eza lo que se informa en cuanto al en-
sanche de la carretera central de Hato Rey.
Como creemos que no se trata de una resoluci�n definiti-
va, nos permitimos llamar la atenci�n del Comisionado del
Interior hacia la conveniencia de acceder a las demandas de
los vecinos de Hato Rey, embelleciendo el ensanche con la
siembra de �rboles apropiados. "Hato Rey no quiere una
carretera desnuda, recia y hostil'', dice la autora del articulo
que comentamos. "Hato Rey pide, suplica, que se reconsidere
este proyecto y se bordeen las aceras con una bella hilera de
almendros, de robles o de palmas. Hato Rey cuidar� sus �r-
boles con amor y ser� nuestro trozo de carretera una bula
avenida, orgullo de Puerto Rico'.
Estas palabras deben ser tomadas en cuenta. Entra�an
una justa petici�n que las autoridades deben atender con be-
nepl�cito. Revelan adem�s un noble inter�s en el ornato p�-
blico. Nada contribuye tanto a embellecer una ciudad como
loa �rboles. Las barriadas residenciales de Santurce podr�an
mejorar notablemente su aspecto borde�ndose las calles de
vistosos arbolillos. Si el Gobierno de la Capital se decidiera
a adoptar un plan general de urbanizaci�n como el sugerido
por el doctor Jorge del Toro, cuyos principales extremos
comentamos en nuestra edici�n del viernes, esta cuesti�n del
ornato p�blico debiera merecer ciudadosa atenci�n, a los
efectos de que en el trazado de las nuevas calles se dejara
espacio suficiente para la plantaci�n de bellos y frondosos
�rboles.
En la Avenida Fern�ndez Juncos y en la Ponce de Le�n
hasta su prolongaci�n a Rio Piedras, por haber en ambas ru-
tas un continuo tr�nsito de veh�culos y peatones, los �rboles
sembrados a lo largo de las aceras llenan la doble funci�n
de embellecer estas importantes v�as de comunicaci�n y al
propio tiempo de ofrecer a viandantes y pasajeros su som-
bra refrescante, protegi�ndoles convenientemente de los ri-
gores del sol y la lluvia. Vale la pena, pues, que el Departa-
mento del Interior prosiga plantando �rboles a lo largo de
ambas carreteras, como lo ha hecho ya en ciertos trozos de
las mismas, haci�ndose por ello acreedor al aplauso general
dt la comunidad
No nos limitamos, por tanto, a apoyar la petici�n de los
vteinos de Hato Rey, estim�ndola fundada y digna de inme-
diata atenci�n, especialmente ahora que se est� procediendo
al tnsanche del trayecto de Mart�n Pe�a a R�o Piedras, sino
que abogamos porque tambi�n se siembren �rboles en todos
los boulevares, avenidas' y sitios apropiados de la ciudad,
abrigando la certeza de que con ello se contribuye a su efec-
tivo embellecimiento.
Hawai i est� siendo fortifica-
do en gran escala

Washington destin� el a�o pasado $33,-
000,000 a la defensa de las islas
(Con el presenta capitulo ini-
ciamos hoy la publicaci�n dal
roc�ente libro escrito por la se-
�ora Eleanor Roosevelt, espo-
sa del Presidente de loa Esta-
dos Unidos. Franklin D. Roose-
velt, y cuyos derechos de tra-
ducci�n ha adquirido para
Puerto Rico EL MUNDO. La
obra de la se�ora Rooaevelt
que empezamos a ofrecer hoy a
nuestros lectorea se titula (This
Troubled Wqrld)" Este Mundo
Trastornado"}.)
Capitulo I
EL CASO TAL CUAL ES
Loa peri�dicos de estos d�as es-
t�n saliendo muy afligidos. No ha-
ce mucho iba yo leyendo mi perl�-1
dico matutino en el tren en que
viajaba y tend�a mis miradas con ;
una sensaci�n deseperante. Todos
los que Iban en el coche le�an tam-
bien, empero nadie parec�a estar
excitado. �
Para mi, la situaci�n me parece
del todo intolerable. Nos enfren-
tamoa hoy a un mundo lleno de
odio y malicia. Tendemos nuestra
vista a Europa y vemos desarro-
ll�ndose all� una guerra civil, en
la oiie participan otras naciones,
no s�lo con sus voluntarlos, si aue
tambi�n con la ayuda y aprobaci�n
de sus gobiernos. Miramos al Le-
jano Oriente, y nos tropezamos con
dos naciones, que t�cnicamente no
estin en guerra, mat�ndose entre
al en gran escala.
Cada naci�n mira a las dem�s de
sus fronteras, analizando sus pro-
pias necesidades y tratando de lo-
grar sus objetivos con poca consi-
deraci�n hacia laa necesidades de
sus vecinal. Muy poca gente se
sienta a meditar imparclalmente
sobre toda la situaci�n en una ten-
tativa por determinar cu�les son
laa condici�n�* del presente o c�mo
deber�an ser afrontadas.
Sabemos, por ejemplo, que ciertas
naclonei necesitan extenderse por-
que sus habitantes han aumentado.
Algunas personas le dir�n a usted
que la soluci�n de toda esta cues-
ti�n est� en aceptar o rechazar el
control de la natalidad. Esa tal
vez sea la soluci�n para lo futuro,
pero en ese particular nada pode-
mos hacer con respecto a las po-
blaciones que hoy existen. Est�n
en este mundo y la ciencia moder-
na nos ha dejado s�lo pocos sitios
donde el hambre. las Inundaciones
o las enfermedades puedan elimi-
nar grandes cantidades de pobla-
ci�n superflua de un solo y fiero
golpe. Por esta raz�n, algunas na-
ciones necesitan territorio adicio-
nal al cual poder trasladar parte
de su poblaci�n actual: otras na-
ciones necesitan m�s tierra don-
de poder obtener las materias pri-
mas necesarias; o tal vez necesi-
ten dep�sitos minerales que no tie-
nen en au propio territorio. Me
dir�n que �stos pueden conseguir-
se por medio del Intercambio co-
mercial. Es verdad, pero las nacio-
nes que los poseen posiblemente
exijan precios muy altos a las na-
ciones que los necesiten.
No es ahora cuesti�n del "libre"
Intercambio de ar�culos. Si las
normas de vida fueran aproximada-
mente las mismas en todo el mun-
do, la competencia seria sobre una
base Igual y entonces no habr�a ne-
cesidad de tarifas. Sin embargo,
laa normas de vida var�an. Las na-
ciones con altas normas de vida han
levantado barreras protectoras que
lea sirven de mucho cuando se bas-
tan a si mismas, pero no tanto
cuando llegan a un punto en que
desean importar o exportar.
Cuando uno toma todo esto en
consideraci�n, la magnitud del pro-
blema puede hacer sentir a uno que
hasta una tentativa para resolverlo
con conocimientos en lo futuro ts
in�til. No obstante, ;los pobres de
esp�ritu nunca conquistan mujer ni
resuelven los problemas del mun-
do!
A mi me han presentado, uno tras
otro, numerosos planes pacifistas;
muchos de ellos, a mi Juicio, son
impracticables, o no muy bien pen-
sados. En caal todoa ellos puede en-
contrarse alg�n defecto. Me he
acostumbrado a considerarlos sin
la menor seguridad de poder dar
con un plan acabado, pero sigo
adelante con la esperanza de en-
contrar aqu� y all� alguna peque-
Aa sugesti�n que pueda ser acep-
table por gente capacitada para
asegurar un honrado esfuerzo del
estudio y avaluar sus posibles be-
neficios.
Por ejemplo, una amiga m�a me
trajo un plan la primavera pasa-
da, el cual parec�a plausible en ex-
tremo. Estas eran aus premisas:
Nosotros no deseamos enviar otra
vez a nuestros hombres al otro la-
do del mar; deseamos tener defen-
sa adecuada; no necesitamos una
armada si no Intentamos Ir m�s
all� de nuestras playas; submarinos
y aeroplanos pueden defender nues-
tras playas, con ca�ones en toda
la costa como protecci�n adicio-
nal. Por lo tanto, no necesitamos
En esta forma, me dijo la amiga,
ahorraremos grandes sumas de di-
nero que pueden aplicarse a todas
las necesidades sociales dtl momen-
to �mejores hogares, mefores es-
cuelas, pensiones a la vejez, com-
pensaci�n a obreros, cuidado para
ciegos, los lisiados y otras personas
que dependen del auxilio. No hay
limite para lo que podr�amos hacer
con este dinero que ahora gastamos
en preparativos para la destruc-
ci�n.
Es un cuadro muy atractivo, y
yo qulaiera que fuera tan sencillo
como todo eso, pero parece que se
ha probado a perfecci�n que los
ca�ones en nuestras costas son
pr�cticamente in�tiles. Nadie, a mi
mejor saber, ha pensado alguna vez
en una defensa adecuada median-
te submarinos y aeroplanos, o cal-
culado ai el costo de operaci�n de
La inquietante situaci�n que prevalece en todas las nado-
neg.-Los ca�ones en las costas americanas son pr�ctica-
mente in�tiles,-Una paridad necesaria en un mundo que
se arma.-En Am�rica no existe una base s�lida para resol-
ver todas las disensiones.-Las armas econ�micas pueden
resultar eficientes como guardianes de la paz
gue a nuestras playas. Si s�lo con-
fi�ramos en aviones y submarinos,
tendr�amos qut tenerlos en n�mero
suficiente para cubrir en realidad
todas nuestras fronteras y esta cla-
se de defensa parecer�a casi prohi-
bitiva en costo para una naci�n
que tuviera muchas millas de fron-
tera que defender.
�Ha sondeado alguien el sentir
de nuestro pueblo en cuanto a au
disposici�n a esperar hasta que un
enemigo atacante se ponga dentro
del radio de nuestros aviones o sub-
marinos? �Nos hemos dado cuenta
de que esto significarla permitir al
enemigo colocarse sin ser molesta-
do bastante cerca de nuestras pla-
yas y que le har�a totalmente po-
sih'.e desembarcar hombres en un
pais vecino, amigo suyo, sin inter-
La primera da.na de Isa Es�ado.;
Unido*, aeAort Eleanor Rooaevelt.
ni.lora del Mbro "Un mundo tras*
tornar1�", que �mpetamna a pi/bK
cor hmi ron e'neoJiot r�e ��xclusi-
viiiad en Puerto Rico-
un ej�rcito, -pues nuestros hom-
bres se van a quedar en casa. Sien-
do fuertes nuestras defensas de la
costa, nadie desembarcar� en ella;
asi, pues, �por qu� Incurrir en el
gasto de un ej�rcito? No necesita-
mos acorazados o, en verdad, cual-
quier armada excepto los submari-
nos porque no Intentamoa poseer
posesiones distantes.
esas dos fuerzas serla en verdad
menor que lo que al presente gas-
tamos en nuestro ej�rcito y en nues-
tra armada.
El valor defensivo m�s grande de
la armada es que su radio de ope-
raci�n es lo suficientemente exten-
so para permitirle hacer contacto
con cualquier fuerza atacante mu-
cho antes di que dicha fuerza lle-
vencl�n alguna de nuestra parte?
�Se ha preguntado a nuestros ciu-
dadanos si est�n dispuestos a asu-
mir el riesgo de hallarnos sin hom-
bres entrenados? Nosotros siempre
hemos tenido un peque�o ej�rcito
entrenado que constituye la pri-
mera linea de defensa en caso que
alg�n pa�s desembarque sus hom-
bres en nuestras fronteras, o inten
cargan el MANuxi.A Alfredo Rivera mat� al her-
Por Wendell BURCH
Corresponsal de Prensa Unida
HONOLUL�. Hawall, febrero 12
(PU)-La Marina y el Ej�rcito de
los Estados Unldoa est�n dando
forma a un programa de veinte
anos designado a hacer de Hawall
"el Glbraltar del Pacifico".
La asignaci�n de nuevas y ultra-
modernas unidades navales para las
islas y de sumas sin precedentes,
que el aAo pasado hicieron un to-
tal de 33,000,000, indican que Ha-
wall est� destinado a convertirse
en un compacto arsenal Insular.
Ai presente, las autoridades se
ssat�n limitando a la defenaa a�rea.
/R vuelo en masa realizado recien-
temente por veinte aviones de la
tVarlna desde San Diego a Honolu-
tt, ha sido considerado como una
Junaba significativa de la coope-
raci�n para la defensa a�rea entre
tlawaii y el continente.
El Ej�rcito plenaa mantener 290
viones aqu�. De ellos, 225 se espe-
que sean provistos hacia fines
UBI. Diez y ocho nuevos Dom-
adores llegaron hace poco de
a, elevando el total a 43
ahora. Se espera que otros
bomb*�Jc*4otea llegue� antea
del invierno pr�ximo, muchos de
los cuales reemplazar�n tipos que
est�n en desuso.
Mientras tanto, el escuadr�n 31
de bombardeo del Ej�rcito, qut
comprende 13 aviones, y otras fuer-
zas adicionales, est�n supuestas a
ser trasladadas a Hawall.
Los nuevos proyectos para la
construcci�n de un aeropuerto In-
cluyen el de Hlckham, que sa cons-
truir� a un costo de $18,000,000. Se
espera que este aeropuerto quede
terminado para 1940. T�pico de los
proyectos del aAo pasado fu� el
desarrollo de un deposito subterr�-
neo de municiones a un costo de
$580,000,
El mayor general Andrew Moses.
comandante del Ej�rcito, inform�
que el Ej�rcito gast� un total de
$20,840.000 en Hawall durante el
aAo pasado, mientras que el con-
traalmirante Oring Myrftn infor-
m� que la M/rina gast� cerca de
$4.000.000 durante el mismo periodo
en mejoras en �1 distrito de Hawall,
por lo que los gastos navales, In-
cluyendo la n�mina de sueldos, hi-
ga el sfto pasado un total de $13,
004004 �<
,if-'-r>"*"' � ------
Porque llev� a bordo sus
propios dependientes
PONCE, febrero 12.�El vapor
Manuela, de la Bull Insular Une,
lleg� a este puerto en la maAana
de hoy trayendo a bordo los depen-
dientes o "tally clerks" necesarios
para la descarga del barco. Con
este motivo las uniones locales se
han negado a descargar el barco,
a menos que se pongan dependien-
tes locales para recibir y despachar
la carga local. Interrogado el se-
�or Scott, msnager de la Bull, nos
dijo que estaban haciendo lo posible
por arreglar el asunto amistosa-
mente, pero a la hora en que es-
cribimos, once de la maAana, el
impaje contin�a.
El vapor Delisle, de la Bull, te
espera de un momento a otro para
cargar az�car Snow White, de Se-
rrall�s y Cia.
Arturo CASTRO Jr.
------------ �e�---------------
Comunicado de Sala-
manca
mano de su novia
Cuando �ste le acometi� cuchillo en
mano antenoche en Santurce
LONDRES, febrero 12. (P. U.)�
La radio de Salamanca da el si-
guiente comunicado de guerra:
"El Ej�rcito central del enemigo
intent� atacar el Palacete de la
Moncloa pero fu� repelido brlllan-
teemente por nuestras tropas.
"En el sur nuestras tropas ata-
caron laa posiciones en el sector de
Serena, ocupando a Loma de Silla,
Cerro del Abrevader, El Juncal, Ce-
rrillo, Vertlcecarezo y los Poyon,
alturas al este de Salamea. El ene-
migo aufrl� grandemente. Tomamos
abundantes armaa y municiones.
"El Ej�rcito de Levante contin�a
recogiendo material en los alrede-
dores de Alfambra y las milicias
armadas siguen saliendo de sus es-
condites para rendirse a las fuer-
zas nacionalistas en Sierra Palome-
ra. Las familias est�n regresando
a sus hogares en las aldeas reci�n
conquistad aa."
A las once y media de la noche
del viernes �ltimo, acaeci� en la
calle Monserrate de Santurce una
tragedia que llen� de consterna-
ci�n a todos los vecinos de aquel
sector, y que culmin� en la muerte
del Joven Alfonso PeAa Machuca,
de 27 aAos de edad, residente en el
n�mero diez de la mencionada ca-
lle, parada 16 12.
Seg�n la Investigaci�n que prac-
ticara el polic�a Insular Juan E.
Valle, quien se person� en el lu-
gar de los hechos, el suceso ocu-
rri� de la manera siguleate:
Alfonso PeAa viv�a en la calle
Monserrate en uni�n de su mam�,
la se�ora Providencia Machuca
vda. de PeAa, y au hermana Mari-
na. El viernes, como a las once y
media de la noche, y estando de
visita, en la casa Alfredo Rivera
lamp�n, quien llevaba relaciones
con Marina, se present� Alfonso en
la casa, en estado de embriaguez,
seg�n las declaraciones prestadas,
Ser� eonsejero de la Ma-
rina del Per�
WASHINGTON, D. C, febrero 11.
(P. U.)�El comandante MelviUe W.
Powers, oficial de Estado Mayor de
los Cuerpos de Suministro de la
Marina de Estados Unidos, firm�
un contrato con el embajador del
Per� en Washington, Manuel de
Freyre y Santander, y embarcar�
probablemente el 19 del pr�ximo
mes como miembro del grupo de
consejeros para la Marina peruana.
Se espera que tres oficiales m�s,
uno del Cuerpo de Construcciones,
firmen pronto contratos similares.
El Departamento de la Marina no
ha seleccionado a�n los cinco miem-
bros enlistados del grupo consulti-
vo naval.
y acometi� a su madre, y luego a
su hermana, y finalmente se dirigi�
a Alfredo Rivera Lamp�n dicien-
do]� que lo iba a sacar de "mala
manera". Acto seguido fu� a la co-
cina de la casa, volviendo con un
cuchillo en la mano, dirigi�ndose a
Rivera. Este sac� una pistola, con
la cual le Infiri� cinco disparos,
ocasion�ndole la muerte en los
momentos en que era conducido al
Hospital Municipal.
Las cinco balas hicieron blanco.
El cad�ver de PeAa presentaba he-
ridas en el tercio medio del bra-
zo derecho, con orificio de entra-
da y salida; en el hombro derecho,
con orificio de entrada; en el lado
derecho del pecho, con orificio de
entrada; en el coraz�n, con orifi-
cio de entrada y salida, y en el cue-
llo con orificio de entrada.
Seg�n declaraciones de diferen-
tes testigos, el muerto y su agre-
sor hablan aido hasta entonces bue-
nos amigos, sin que se pudiera ex-
plicar qu� motiv� esta s�bita agre-
si�n, aunque algunos opinan que
Misi�n venezolana
SPECIA. Italia, febrero 12. (PU).
�Una misi�n venezolana lleg� a
los astilleros de Mugglano para Ins-
peccionar dos ca�oneros, alendo re-
cibidos por el comandante Felipe
I.arrazabai, quien ha estado en Ita-
lia durante dos meses. Quince ofi-
ciales y 52 marinos visitaron los
ca�oneros, que en breve saldr�n
hacia Laguajara. Siete otros oficia-
les venezolsnos, comandados por el
capit�n Antonio Pfcardl, permane-
cer�n en Italia en misi�n especial
del Gobierno venezolano. Visitar�n
numerosos artilleros Italianos y for-
mular�n contratos para otros bu-
ques de guerra y mercantes.
Reviste importancia...
(Continuaci�n de la p�gina 3)
BERL�N, febrero 12. (Prensa Uni-
da) � Loa centros nazistas mejor
informados dicen que la visita del
canciller austr�aco Schuschnlgg a
Berchtesgaden es de "muy trascen-
dental Importancia para las rela-
ciones inmediatas entre Alemania
y Austria". Estos centros han de-
clinado indicar la tendencia que es-
t� tomando la discusi�n, y espe-
cialmente rehusan Indicar si es in-
minente la reconstrucci�n del Ga-
binete austr�aco Incluyendo una re-
presentaci�n nazista m�s fuerte. Se
admite que Von Papen permanece-
r� en el cargo de Ministro en Vie-
ne "por ahora", en vez de ser lla-
mado a Alemania.
���
VIENA. febrero 12. (Prensa Uni-
da) � Se espera que Schuschnigg
regrese a Austria esta noche, dev
pues de celebrar una sola confe-
rencia con Hitler. Se recordar� que
Von Papen fu� a Berchtesgaden
syer. Sa ha sabido en centros of'-"
clales que Schuschnlgg recibi� an-
teriormente sugerencias de Berl�n
para una reuni�n de los l�deres de
los dos pa�ses hermsnos germsnos,
pero que hasta ahora el Canciller
austr�aco consider� que no era con-
veniente aceptar la Invitaci�n. Se
iniorma que la invitaci�n de Hitler
a Schuschnlgg fu� hecha por suge-
rencia del premier italiano Musso-
llnl.
te acercarse a nosotros por tie-
rra a trav�s de un pala vecino.
Nuestro ej�rcito no ha sido consi-
derado como fuerza atacante; �de-
bemos, pues, querer pasar sin �l?
�Est� el pueblo de este pala In-
clinado a ceder las Islas distantes
que son posesi�n nuestra? Algunas
de ellas nos cuestan m�s que lo que
nos producen, pero otras proporcio-
nan a algunos de nuestros ciuda-
danoa rentas satifactoriamente. �Po-
demos esperar que esos ciuda-
danos nuestros acepten la p�rdida
de esas rentas en Inter�s de la paz
futura?
Tal vez esto sea parte de lo que
tengamos que hacer alg�n d�a co-
mo precio de la paz; pero �lo h.i
puesto alguien en forma concreta
ante el pueblo americano, pidi�n-
dole su opini�n sobre el particular?
GUARDIANES DE LA PAZ
En una de las cosas que con m�s
frecuencia se insiste es en la Inmen-
sa suma de dinero que invierte este
pa�s en preparativos de guerra.
Muy a menudo las declaraciones
que se hacen en torno al asunto
son equivocada* Es verdad que en
los �ltimos aAos nosotros hemos
�astado m�s que lo que gastamos
en un n�mero de a�os anteriores,
porque nos hablamos retrasado en
nuestra fuerza de acuerdo con los
tratados pero, en un mundo que se
est� armando a todo nuestro alre-
dedor, es necesario conservar cier-
ta paridad, y estos gastos deben
analizarae con un poco mis de cui-
dado que de costumbre.
Por ejemplo, muy poca gente se
da cuenta de que en la asignaci�n
para el ej�rcito se incluye todo el
trabajo hecho por los ingenieros del
ej�rcito en r�os y puertos, en con-
trol de Inundaciones, etc�tera. Atra
consideraci�n que con frecuencia se
pasa por alto es la de que. debido a
los altos salarios que se pagan en
este pa�s, todo lo que construyamos
nos cuesla m�s que a cualquiera
otra naci�n. Un hecho significati-
vo es que nosotros s�lo gastamos
12% de nuestros ingresos nacionales
en el ej�rcito y la marina, en com-
paraci�n con 35% a 53% de la ren-
ta nacional que gastan las nacio-
nes en el resto del mundo. Es bueno
nue nosotros comprendamos eslos
hecho* y que no creamos que nues-
tro Gobierno est� naciendo algo
que nos colocarla en posici�n in-
compatible con el deseo de la paz.
Nosotros somos el pais m� aman-
te de la paz en todo el mundo y na-
da estamos haciendo al presente
que altere esa situaci�n.
Una amiga muy inteligente des-
arroll� el otro d�a una idea que
parece de sentido com�n, en estos
momentos por lo menos. "�Por qu�
hablamos de paz?" �me dijo.
"�Porqu� no reconocemos el hecho
de que es normal y natural que
existan diferencias"?" Casi toda fa-
milia, no importa lo unido que sean
aus miembros, tiene garatas en oca-
siones." Garatas puede ser una pa-
labra algo fuerte, de modo que di-
remos que diferencias de opini�n
surgen en la familia en cuanto a
la conducta de unos o a los gustos y
aversiones de otros. �Por qu� ha-
briamoa de esperar, por lo tanto,
que las naciones no hayan de te-
ner estas mismas diferencias y ga-
ratas? �Por qu� nos ponemos a
pedirles que no tengan tales dife-
rencias? �Por qu� no aceptamos
simplemente el hecho de que siem-
pre hay diferencias y nos concen-
tramos en ]a b�squeda de alguna
maquinaria con la cual queden re-
conocidas las diferencias y se lo-
gre alg�n plan de transacci�n pa-
ra satisfacer, en parte por lo me-
nos, a todos los Interesados? Las
transacciones, por supuesto, tienen
que realizarse; en toda familia se
llevan a cabo. Por lo regu-
lar hay en las familias algunos
miembros que, por consentimiento
com�n, son los arbitros en las cues-
tiones que surgen y que mantienen
unida la familia o logran unirla
al laa relaciones se hacen tiran-
tes.
La Liga de Naciones fu� un es-
fuerzo para encontrar para las na-
ciones del mundo un m�todo me-
diante el cual las diferencias Inter-
nacionales fueran llevadas autom�-
ticamente ante la corte de la opi-
ni�n p�blica. Habr�a de realizarse
alguna clase de transacci�n y In*
envueltos en la cuesti�n considera-
r�an que se hizo justicia SUbsl
clal, aun cuando no lograran t
sus deseos a un tiempo.
Muchos de nosotros noa hem"s
convencido de que la Liga de Na-
ciones, tal como os hoy dia, no ;
de cumplir su prop�sito. La raz�n
de esto no es importante. Ln impor-
tante �hora es que debemos ��<-
forzarnos por descubrir tina nue\ 1
maquinaria o reconstruir la qu�
existe de modo que todos funcionen
dentro de ella y tengan confian?*
en su honradez.
El pueblo de Estados Unldoa
ha congratulado por el hecho <1�
que inici� el desarrollo de esta ma-
quinaria en sus conferencias on
los representantes de los dem�s Go-
biernos americanos.
Tal vez nosotros tenemos dere-
cho a sentir alguna satisfacci�n.
pues como naci�n hemos erial
zado un peque�o principio. Nos-
otros fuimos cordialmente malmira-
dores en Sud Am�rica por espacio
de algunos a�os, debido a que �ra-
mos la naci�n mis fuerte de este
contin?nte. Asumimos la actitud de
hermano mayor durante largo tiem-
po y nos constituimos en defensor
de todas las otras naciones. Sin
embargo, �ramos no solamente el
defensor, sino que tambi�n consi-
deramos nuestro deber convertir-
nos en juez, n\ �nico juez, de lo
que pudiera ocurrir en los asunta
tanto internos como externos ri-
nuestras distintos vecinos.
A ellos �sta le parec�a una a<-fi-
nid paternal. rio intimidaci�n.
Mientras se iban haciendo mis fuci-
le, se resent�an por nuestra acti-
tud, pero nosotros segu�amos ade-
lantes sin importarnos sus senti-
mientos. Durante los �ltimos pocos
aAos nos hemos puesto mentalmen-
te en su situaci�n. El resultado fi-
nal es que hemos llegado a un en-
tendido amistoso y actualmente
tamos en buen camino para poner-
nos en contacto y discutir asuntos
r�e inter�s mutuo con poca o nin-
guna malicia y temor de entregar�
nos a la discusi�n. Tor supuesto, e-,-
to puede echaras1 a perder en
cualquier momento por el ego�smo
ds ciudadanos que puedan decidir
que, como Individuos, pueden sacar-
le partido n cualquiera otra n*
de Norte o Sud Am�rica. El refre-
namiento rio estos individuos no se-
r� cuesti�n de acci�n gubernamen-
tal y si de la fuerza de la opini�n
p�blica que. se espera, pueda con-
trolar y ejercer una influencia po-
derosa debido al sentido d� respon-
sabilidad adquirido por nuestros
ciudadanos.
Eslo es satisfactorio, pero queda
mucho todav�a por hacerse antes de
que podamos creer que a�n aqui
en las Am�ricas tenemos una bas�
s�lida para resolver todas las disen-
siones. Sin embargo, nosotros r podemos oslar totalmente satisfe-
chos con also que no incluya al
mundo en conjunto, pues hoy to-
dos somos tan inter-depenrtie
que s�lo podemos operar con �xito
cuando lodos cooperamos.
Nosotros hemos tenido la expe-
riencia y podemos aprovecharnos
de las equivocaciones y las diflculta-
dse por las cuales ha atravesad'
la Liga de Naciones. Toda naci�n
en el mundo usa todav�a policin
para controlar su elemento ind�cil.
Puede ser que cualquier maquina-
rla que se establezca para mane-
jar las dificultades Internacional
requiera polic�as a fin d� funcio-
nar satisfactoriamente, pero toda-
v�a la fuerza policiaca no deberla
llamarse hasta que todos los otro�
m�todos hayan sido probados sin
�xito alguno.
Nosotros contamos con varias ar-
mas econ�micas que pueden usa
primero y que pueden resultar muy
eficientes como guardianes de la
paz.
� * * *
(El capitulo II de esta obra apa-
recer� en nues"tro pr�xima edici�n
dominical. Derechos registrados en
1938 por Anna Eleanor Rnnjevelt
tilstribuci�n por United Feature
Syndicate, Inc.)
WINSHIP CONSIDERA...
(Continuaci�n de la Ira. p�gina.)
aparentemente PeAa no llevaba a
bien las relaciones de su hermana
con su amigo.
Ei agente Valle ocup� en la ca-
sa de los hechos dos casqulllos de
pistola calibre 32. El arma no pu-
do ser ocupada, por haberla des-
aparecido el acusado.
El caso fu� notificado Inmedia-
tamente al fiscal Hern�n Franco,
quien orden� que ae le llevara to-
da la prueba a su oficina ayer s�-
bado a las nueve de la maAana.
mientras Rivera Lamp�n permane-
c�a en la c�rcel Municipal, a la
disposici�n de las autoridades.
Durante toda la maAana del s�-
bado estuvo Franco interrogando
a los testigos, que son la madre y
hermana del interfecto, y la slr-
mil d�lares anuales en dar publi-
cidad a Puerto Rico, en hacer sa-
ber al pueblo americano que el
nombre que nosotros carlAossmente
damos a nuestra Isla�"la Isla del
Encanto"�es realmente, verdade-
ramente descriptivo de nuestra pre-
ciosa Isla, con sus monta�as y sus
valles y sus flores de vivo colorido,
con su antiguas ciudades y con sus
muchas otras atracciones.
"No voy a hablar a ustedes aho-
ra de la bondad y de la cortes�a del
pueblo portorrique�o, pero les In-
vito a todos a que nos visiten.'"
vienta de la casa, Rosa Berrlos,
adem�s del agresor.
Poco antes de las doce de la ma-
Aana, y una vez escuchadas todas
las declaraciones, el fiscal formu-
l� contra Rivera Lamp�n una acu-
saci�n de asesinato (felonyi fi-
j�ndole una fianza de diez mil d�-
lares para au libertad provisional.
No hubo acusaci�n de portar ar-
mas, porque el acusado es inspec-
tor del Departamento de Sanidad.
y tenia permiso para llevar su pis-
tola.
"Hasta aqu�dice nuevamente �1
Comisionado Residente�el mensaje
del gobernador Winship. Ahora de-
seo incluir un radiograma recibido
de �l, que particularmente d�"-
agregar a su mensaje, y cuyo texto
es el siguiente:
'"La cuesti�n del desarrollo de
las bah�as de Puerto Rico es la
base fundamental para el mejora-
miento econ�mico e industrial de
la Isla, y de su turismo. Las opor-
tunidades de Puerto Rico para con-
vertirse en un centro agr�cola e
industrial independiente se multi-
plicar�an si la isla contase con fa-
cilidades porluarias adecuadas. Ba-
te desenvolvimiento reflejarla un
tremendo cr�dito para Estados Uni-
dos, a un costo m�nimo. En vista
de la situaci�n geogr�fica de la
isla, de su peque�a extensi�n y de
su tremenda poblaci�n, su estruc-
tura econ�mica depende en gnn
parte de transportaci�n mar�tima
adecuada, para lo cual se requieren
las consiguientes facilidades por-
tuarias. La asignaci�n adicional
de dinero para mejoras de los puer-
tos es esencial, y adem�s, los fon-
dos que ya han- aido asignados de-
den hacerse disponibles a la mayor
rapidez posible.'"
'.


EL MUNDO, SAN JUAN, P. R. � DOMINGO 13 DE FEIRERO DE 1938.
Una amargura m�s en la vi-
da de B�rbara Stanw�ek
Incidencias del pleito con su exmarido
Frank Fay por su hijo Dion
La fotograf�a ilustra a la conocida actriz del cinema B�rbara Btanviyek,
en pone impulsan, mientra* en una entrevista con los periodista* le�
confi� que "est� encari�ada con Robert Taylor". Taylor, otro artista
muy popular, embarc� recientemente hacia Inglaterra para hacer
una pel�cula.
INFORME ANUAL DEL
PRESIDENTE
De la Hermandad de
Electricistas
Por SAM LUKAS
Medio Hollywood estaba all� co-
mo en lo� parties de Joan Craw-
ford y tu marido Franchot Tone
que dan la moda en la capital del
celuloide. Mal que nos pes� tene-
mos que admitir que se nos habla
olvidado por completo que all� en
ese tribunal se Jugaba la suerte y
acaso la desgracia o felicidad fu-
tura dt un ni�o de 5 aftos, Dion
Anthony adoptado por Frank Fay,
y au mujer B�rbara Stanwyck an
loa dlaa dichosos da su matrimo-
nio, �bamos con la viva epecta-
cien de lo que olrlamo� de la vida
intima de B�rbara, de sus amores
con Robert Taylor, d� lai borra-
cheras de Frank Fay y de los sis-
temas de espionaje reciproco que
los divorciados hablan establecido
para recoger informaci�n que ex-
puesta ante el tribunal Inhabilita-
ra a uno u otro para la custodia
del pobre ni�o.
Fu� una escena borrascosa la
del 11 de enero en los estrados de
ese Juzgado de Los Angeles; no
me parece que exagero si digo que
los centenares de hollywoodianos
finos all� reunidos se marcharon
echando pestes contra la expedi-
ci�n del magistrado Goodwin J.
Knifht quien baj� el tel�n con el
brusco epilogo de su sentencia
cuando el melodrama-comedia
reci�n empezada a desarrollan*.
Fu� breve, pero sabroso sin em-
bargo.
"Es usted u n mentiroso y un
mentecato" ol al regresar a la sa-
la despu�s de salir a fumar un ci-
garrillo. Era Mr. Charles W Crad-
dick. el abogado de B�rbara Stan-
wyck, que acariciaba con esa ora-
ci�n el abogado de Frank Fay,
Mr. Phllllp Steln. Habla reci�n
empelado el Interrogatorio de B�r-
bara a quien vi sentada en el Bi-
ll�n de testigos con cara que no
habr�a reconocido sus admirado-
rea de la pantalla. Nada m�a dis-
tante de la siempre tierna B�rba-
ra de voz acariciadora. Estaba
furiosa y sus ojos y su boca lo de-
c�an claramente. Le habla brota-
do toda esa cosa ruda de una ni-
�ez desvalida en los barrios mi-
serables de Brooklyn de que ella
misma ha hablado tantas veces.
La interrog� primero su propio
�bogado. Ella respond�a suave y
amable. Steln gr'.'.� que "el abo-
gado contrario habla entrenado a
la testigo", de lo cual sigui� un
violento cambio d: palabras y ha;
hrlamos presenciado un pugilato
en regla si no �e lnteaponen �1-
�runos para cerrar el paso a Steln
que avanzaba sobre Craddlck con
laa dos manos levantadas como en
un doble saludo proletario, tam-
bi�n una de las ltimas modas de
Hollywood. No tuvo inconveniente
j-V-a responder afirmativamente a
laa preguntas de Steln sobre si era
efectivo que Taylor visitaba fre-
cuentemente su casa y regalaba a
Dion. Pero se medio levant�
echando chispas por los ojos y pe-
gando un pu�etazo hombruno en
el braso del sill�n cuando el abo-
gado agreg�: �No es verdad que
estas visitas de Mr. Taylor ten�an
por objeto ir acostumbrando al
muchacho a �l que deberla ser
algdn d�a su padrastro?".
El Juez Knight acogi� en este
instante la protesta del abogado
do B�rbara declarando que "en na-
da interesaba al tribunal la vida
privada de Miss Stanwyck o la
de Bobert Taylor.
El Implacable Stein arranc� a
B�rbara respuestas que nos deja-
ro� cavilando acerca del espiona-
je qUs> ella tenia en torno de su
marjdo en preparaci�n de este
juicio. Admiti� B�rbara qua asi era
y admiti�, espanto, que Zeppo
Roosevelt proyecta vaca-
ciones
WASHINGTON, febrero 1L (P
17)� Se tiene entendido que el pre-
sidente Roosevelt �st� proyectando
salir de vacaciones a mediado* de
marzo, pasando diez (Usa en Flo-
rida, s menos que surjan crisis re-
lacionadas con asuntos dom�sticos
o sxtrsnjeroa.
Marx, uno de los Max Brothers,
era uno de los que a pretexto de
amistad se acercaba a Frank Fay
en actos sociales para cerciorar-
se de su "estado" y de sus amista-
des.
B�rbara se port� generosa con su
exmarido, por cuanto admiti� que
nunca lo habla cre�do enteramen-
te "loco". Pero su abogado trat�
de probar que Fay beb�a eemo un
hipop�tamo. "Nunca beb� una go-
ta hasta que tuve 23 aftos de edad,
fu� la respuesta de Fran Fay el
elegante concurrente y maestro
de ceremonias que hizo con B�r-
bara Jornadas famosas de Vaude-
ville; No he bebido una gota de
whisky, vino, cerveza o siquiera si-
dra en todo el �ltimo aflo."
Pero algunas dudas debi� haber
tenido de respecto el magistrado a
juzgar por laa reservas tan t�pi-
camente hollywoodescaa con que
acondicion� su sentencia favora-
ble s la pretensi�n de Frank de
que s�lo se le permitiera visitar
a su hijo en casa de B�rbara. La
resoluci�n judicial lo autoriza pa-
ra ello por dos horas cada martes
y jueves y lo facultaba para lle-
varse el nifto a su casa durante
todo el d�a s�bado de por medio,
pero en sus entrevistas deber� es-
tar siempre presente la nurse de
Dion Antonio. Establece adem�s
que Frank Fay no deber� llevar li-
cor "Interior n l exteriormente"
cuando visite al nifto ni deber�
hacerse acompa�ar de persona al-
guna que haya estado bebiendo.
Asi la bella estatuaria y peli-
rroja B�rbara de dicci�n y ade-
manes exquisitos a pesar de su te-
rrible niftez y de sus sem i desnudos
y rudos comienzos art�sticos en
laa Follies de Zlegfield y de loe
Esc�ndalo* de George White, tu-
vo una amarga experiencia m�s
en su vida que cuenta ya 30 aftos,
cuatro m�s que Robert Taylor.
"Mis abuelos en ambos lados,
escribi� ella una vez, fueron po-
sibllmente ladrones de caballos;
no s� nada absolutamente de ellos.
Nadie nos dijo jam�s una palabra
al respecto; por eso sospecho lo
peor. Tengo la idea de que fueron
nacidos y criados en Irlanda. Pe-
ro donde mi �rbol geneal�gico es-
t� plantado, si sus raices son sa-
mas o podridas, es algo que posi-
h:.mente nunca sabr� de cierto.
Tengo la idea de que hubo un po-
co de sangre Inglesa, posiblemente
buena sangre, del lado de mi pa-
dre. El apellido de mi madre era
Me. Gee, el de mi padre era Ste-
vens. La familia viv�a en Chalsea
(Massachusaetts). All� nacieron
mis hermanas Maude, Milde y Ma-
bel y mi hermano Byron, cuatro
aftos mayor que yo. Y alli habla
nacido yo tambi�n al no ocurre
que en una tormentosa noche mi
padre, peacador, se escap� de la
casa sin importarle que dejaba
atr�s a una mujer con cuatro hi-
jos. Mi madre empaquet� inmedia-
tamente y empez� a darle csza
hasta que lo encontramos en Broo-
kyn trabajando como obrero en
una f�brica y all� nos reunimos
todos otra vez."
Comenz� la niftez s�rdida de
B�rbara. Tenia dos aftos cuando
muri� su madre de resultas de un
empuj�n que le dl� un borracho
en la calle. Tenia cuatro aftos
cuando muri� tambi�n au padre
que se habla enganchado con una
partida de obreros que Iban a tra-
bajar en la construcci�n del Ca-
nal de Panam�. B�rbara no tie-
ne ti menor recuerdo de ninguno
de los dos. Recuerda si las mise-
riasque slgieron para toda la fa-
milia despu�s. Atendidos por la ca-
ridad p�blica fueron dispersados
en diferentes casas. SU hermana
Mildred ya muerta, fu� la prime-
ra que encontr� trabajo como ac-
triz de cabaret. B�rbara vivi� en
esa �poca con no menos de quin-
ce familias diferentes. Aspiraba
siempre s ser uns bailarina, de fa-
ma, pero el �nico que lo cre�a era
su, hermano Byron con quien a
ha unido siempre un gran efecto.
De los 10 a los 13 aftos viaj� con
su hermana Mildred la actra�. ah�
entabl� relaciones que le hicieron
srtlsts da cabaret, de vaudevllla.
y finalmente estrella de primers
magnitud a� ls pantalla.
Informe anual del presidente de
ls Hermandad de Electricistas de
Puerto Rico, seftor Osear Rovlra,
rendido a la asamblea de esta Aso-
ciaci�n celebrada en la Biblioteca
Cirnegie, San Juan:
Distinguidos companeros y dem�s
invitados presentes y ausentes:
Ante laa deliberaciones de eata
magna y soberana aaamblea, si-
guiendo los tradicionales esfuerzos
de las masas productoras por los
medios del cerebro y el braso, ha-
b�is sido convocados psrs honrar
la memorls de loa "Caballeros del
Trabajo"�precursores de los acon-
tecimientos de emancipaci�n social
y econ�mica, en el hemisferio occi-
dental.
Acatando los mandatos de la
asamblea anual pr�ximo pasada en
Ponoe, Puerto Rico, ful reelecto pa-
ra dirigir loe destinos de esta Aso-
ciaci�n durante el afto 1937-38. que
est� pr�ximo a expirar. Desde esa
fecha a �sta, con los escasos me-
dios a mi disposici�n, en el mutuo
consorcio de la directiva hemos po-
dido mantener la moral de los so-
cios que han demostrado poca per-
severancia e insuflado mayor entu-
siasmo a los fieles de esta querida
asociaci�n.
Hemos trstsdo de dsr mayor Im-
pulao a la vida de eata agrupaci�n,
por lo cual loa gastos han aldo con-
siderables.
De acuerdo con la tenaz propa-
gsnds de los directores de ls Insti-
tuci�n hemos incurrido en loe gas-
tos Inevitables; no obstante no te-
nemos deudas, y en vista de las cir-
cunstancias que han prevalecido, el
Informe de tesorer�a ser� satisfac-
torio.
En una agrupaci�n como la nues-
tra, se pueden esperar los mejores
resultados, si prevalecen la com-
prensi�n de afecto* e intereses en
una mutua cooperaci�n dentro de
laa genulnaa normas establecidas
por lo* interesado*.
DATO* HIST�RICOS
Organizaci�n de loa obreros; Los
Caballeros del Trabajo. En loa Es-
tado* Unido* exist�an gremios obre-
ros desde antes de crearse la Cons-
tituci�n; pero la �poca del gran
desenvolvimiento Industrial, duran-
te y despu�s de la Guerra Civil,
marca el comienzo de la era de las
grandes uniones formadas por los
arteaanoa y jornaleros.
En un principio, la uni�n que te
creaba en una profesi�n no tenia
relaciones con la de otra profesi�n;
pero en 1889 te hlso un esfuerzo
para unir a todoe los obreros ba-
jo loa aabioa requerimientos del
trabajo organizado; entonces se
fund� ls noble "Orden de loa Ca-
ballero* del Trabajo". Durante al-
g�n tiempo fu� uta asociaci�n se-
creta, mas en 1878 se hlso una de-
claraci�n de principios, que comen-
zaba manifestando que el alarman-
te crecimiento y agresivo proceder
de los grandes capitalistas y cor-
poraciones, "degradar�an a las ma-
esa trabajadoras" a menos que no
ae les pusiera coto a tiempo, y agre-
gaba que la �nica manera de im-
pedir aquel mal era la uni�n de
"todoe lo* obreros en una gran
asociaci�n". Se declsrsron, por tan-
to, partidarios de:
1* Ls erescl�n de negociados
obreros para dar y recibir Informes
sobre el desenvolvimiento de las or-
ganizaciones.
a� La terminaci�n de laa diver-
genciaa entre el capital y al tra-
bajo, por medio de arbitros.
3* Que el gobierno posea y ad-
ministre lo* tel�grafos, tel�fonos y
ferrocarriles.
�� La reducci�n del trabajo a ocho
horas.
Se opon�an g:
1� El empleo de convictos en laa
laborea que deb�an hacer obreros
Ubres.
> La Importaci�n y contrataci�n
de obreroa extranjeros.
LOS OBREROS EN LA POL�TICA
Como eatoa flnea s�lo pod�an lo-
grarse por medio de legislaci�n ade-
cuada, fu� preciso recurrir s laa
organizaciones pol�ticas para con-
seguirlo. Consecuentemente surgie-
ron problema� econ�mlcoa y socia-
les que fu� necesario reaolver. Dea-
de 1865 a 1870 loa aauntoa que m�s
concern�an al p�blico eran laa me-
didas de reconstrucci�n y la con-
solidaci�n de la deuda p�blica, des-
de 1870 a 1878 habla problemas mo-
netario*, reformas en el Servicio Ci-
vil y concesiones de terrenos a los
ferrocarriles.
Desde 1878 s 1888 todos esos pro-
blemaa eataban de alg�n modo re-
lacionados directamente con el mo-
vimiento obrero. Simult�neamente
ocurr�an otroa acontecimientos que
tienen relaci�n directa con nuestro
mejoramiento profesional y econ�-
mico, � saber:
Loa grandes Inventoa crearon y
desarrollaron nuevas Industriaa, �s-
tas a su vez ensancharon la esfe-
ra del trabajo y contribuyeron al
establecimiento de laa corporacio-
nes y organizaciones obreras; todo
lo cual hizo una aerie de reformas
fsvorsbles s nuestrs esusa.
ORDEN DEL D�A
Fiel a loa principios e institucio-
nes que rigen los destinos de es*
te psis, sapero que vosotros se�is
comprensivos interpretando el con-
tenido del humilde informe que en
eatoa momento* eatoy rindiendo a
ustedes, el cual, de acuerdo con loa
aviaos por ls "radio" y la Prensa,
pone en conocimiento de todoa loa
sanos prop�sitos de ls Hermsndad
de Electricistas de Puerto Rico.
Sapero tambi�n que uatedes me
ayudar�n fielmente s interpretar al
sentir y pensar de eeta asamblea,
con respecto s los puntos s tratar
seg�n reta la convocatoria, y que
ellos ser�n resueltos dentro ls me-
jor confraternidad.
Espero tambi�n que las exorta-
ciones, ls dlversldsd de criterios
que tiendan a desorientar loa fines
perseguidos en esta assmbles, que-
den relegados del inter�s primor-
dial encarnado en una organizaci�n
como �ats.
Espero tambi�n de los operado-
res de m�quinas cinsmatogr��icas
y ds los reparadores ds radio qus
han aide Invitados, robustezcan las
ideas ds este movimiento sa si d�a
WALLACt/- [o
DESTfcUV� UN) N\b6 DE 1J
CUL�**A� CASCABELES
rA\Es4TRAS ESTsXfcA, EK� EL
CsMAp� V\Ur*M4t>0 LA
P6LVCULA �. BeSD eAMe O*
fcatlrVA-STOUC�
EL DIRECTOR.
FRANK BORZAGE
T\EME UNA COLE-
CCltfvi X>E 365 W&�
�VJA PA*A CADA M?
DEL A�O.
La instolaci�n de la Directiva
de Padres y Maestros
Acuerdos tomados en la reuni�n cele-
brada en Cabo Rojo
DOMINGO, FEBRERO 13, 1938
SAN JUAN
Bride Wore Red) con Joan Caw-
ford, Franchot Tone, Robert Young.
RIALTO:
"Pase Usted Se�or' (This Way
Pleaae) con Charles "Budy" Rogers. I y Mae 'Clark
Betty Grable.
PUERTO RICO (Pda. 21) �
"Una Aventura en China" (Out-
lsw of the Orlent) con Jack Holt
MARTI:
"Hogueras en la Noche" con
Carmen Rodr�guez y Lula VUlaalul
LUNA:
"Que Tiempos Aquellos" con Flo-
rencio Parravlclnl y Santiago Arris-
ta.
TRES BANDERAS;
"Ssratoga" con Jean Harlow y
Clark Gable.
EUREKA (Puerta de Tierra):
"Ls Rosa de los Tudor" (Nine
Days Queen) con Cedric Hardwicke,
Nova Pilbeam.
MARTI (Puerta de Tierra):
POPULAR (Pda. 21):
"Melod�a de Broadway de 1938"
con Robert Taylor y Eleanor Po-
well.
DELICIAS (Pda. 23. Carr. Nueva):
"El Gran Garrlck" (The Great
Garrick) con Brlan Aherne y Oli-
via de Havllland.
CAP�TOL (Pda. 24):
"Al Servicio del Czar" con Pie-
rre R. Wlllm y Vera Korene.
ALC�ZAR (Caguaa):
"Prisionero de Zenda" (The Pri-
sioner of Zenda) con Ronald Col-
man, y Madelelne Carrol.
TEATRO ARCELAY (Cagues):
Matinee: "Siete Mujeres". Noche:
Rosss de Oto�o".
La inetalacl�n de la Directiva de
ls Liga Insular de las Asocisciones
de Padres y Maestros s�sela recien-
temente en Jusns Dlss psrs regir
los destinos de ls mlsms dursnts el
afto 1838 ss verific� el domingo 30
de enero a las dios y treinta de ls
ma�ana en si aal�n ds asambleas
de ls escuela Pedro F. Colberg ds
Cabo Rojo. Uns nutrida concurren-
cia asisti� al acto. Dsapu�s de la
reuni�n que ae prolong� hasta las
dos de ls tarde, las Asociaciones de
Padrea y Maestros del distrito es-
colar Cabo Rojo-Lajas, del cual es
Superintendente de Escuelas el se-
�or �ngel R. Feliberty, obsequia-
ron s ls concurrencis con un si-
muerzo criollo y un acto bailable
que ae prolong� hasta las aela de
ls tsrde de dicho dls sn el vBo-
quer�n Beach Club".
LA DIRECTIVA:
La Directiva de ls Liga Insular
de laa Asociaciones de Padres y
Maestros qua ha de regir los desti-
nos de ls mlsms dursnte el 1938
es la siguiente: presidente, Eloy
Estrada; primer vicepresidente, �n-
gel R. Feliberty; segundo vicepre-
sidente, Dr. Ram�n A. R�os; fun-
dador y presldsnts honorsrio, An-
tonio Otero y Arce; consejeros, Dr.
Jos� M. Gallardo, Dr. J. J. Osuna,
Ledo. Fulgencio Pinero; tesorero,
Guillermo Navarro Fuentes; secre-
tario, Ledo. Alejandro Lamour;
subsecretar�a, Laura Molini; voca-
les propietarios: por el Distrito de
San Juan, Miguel Nieve* Arce y
Pedro Court; por Ponce, Pedro A.
Ocaaio y Angellta Bosch; por Ma-
yagtiez, Jos� Rodaa y Jer�nimo Iri-
sa rry; por A recibo, Rvdo. F�lix de
la Rosa y Jos� A. Delgado; por
Guayama, Gumersindo Cordero y
Erasmo Le�n; por Humacao, Pedro
Fal� y Casimiro Olmeda; por
Aguadllla, Euclldes Pagan y Ma-
nuel D. Malav�; vocales .suplentes:
por el Distrito de San Juan, Sllv�-
no D�az Garc�a y Ram�n Nievea
Alicea; por Ponce, Santiago Cabre-
ra y Rafael Ellas Cruz; por Ma-
yag�er, Franclaco A. Becerra y
Monserrate Negronl; por A reciba,
Dr. Pedro H. Hern�ndez y Barto-
lom� Cotto Reyes; por Guayama,
Rvdo. Agust�n O Alvira y Eligi�
Iniciativas odf�licas
MARTI (San Mateo):
"Diego Corrientes" con
Terol y Goyita Herrero.
Pedro
Su Destino
IMPERIAL (Bo. Obrero):
"El Rey de los Condenados"
---�� -------- �- - �,! i \v. > uc > "El Perfecto Ejemplar" con Errol (Klng of the Damned) con Con-
Flynn y Joan Blondell.
SANTURCE, RIO PIEDRAS,
CATAf�O, CAGUAS.
FOX (Mlramar):
"Doble o Nada" (Double or No-
thlng) con Blng Crosby, Martha
Raye.
LIBERTY (Pda. 15):
"Amapola del Camino" con Tito
Guizar.
ENCANTO (Pda. 15, Carr. Nueva):
"Fin de la Aventura" (Adventu-
re's End) con John Wayne'
MARTI (Pda. 16 V4):
"Nueva York Turbulento" (Man-
hattan Merry-Go-Round) con Phll
Regan, Leo Carrillo, Ann Devorsk,
y T�mara Geva.
PARAMOUNT (Pda. 19):
"Matrimonio y Se�or�o" (The
de hoy, para bien general de los
que trabajan en loa diferentea ra-
moa de "1* electricidad".
Tenemos sobre la mesa para su
discusi�n siete asuntos de vital im-
portancia e Inter�s y de ellos de-
pende la estabilizaci�n social eco-
n�mica de los obreroe aqu� reuni-
dos, por lo tanto solicito de uste-
des que sean concienzudos en la
emisi�n de vuestros pensamlentoa.
Eata asamblea por el refer�ndum
del voto aecreto nombrar� ls direc-
tiva de la Hermandad de Electri-
cistas, reserv�ndose el derecho de
otorgarle voz y voto a aquellas per-
sonas que no est�n amparada* por
la constituci�n de la Hermandad.
Los operadorea de m�quinas ci-
nematogr�ficas y los reparadores
de radio son nuestros hermanos y
ellos deben decidir lo que crean
conveniente en cuanto a organiza-
ci�n. Nuestra invitaci�n ea cordial
y au tendencia ea que ae constitu-
yan en organizaciones aeparadaa o
se busquen los medios de Incorpo-
rarlos s ls Hermandad de Electri-
cistas de Puerto Rico, o en otras
palabras, constituir uns organiza-
ci�n de todos los ramoa de la Elec-
tricidad en Puerto Rico.
No siendo partidario del conti-
nuismo en la direcci�n, creyendo
justo y equitativo que ae me rele-
ve del cargo que humildemente
ostento en la Asociaci�n, recomien-
do snf�tiesmente que la assmbles
ofrezca oportunidad decidida y sin-
cera, a otroa candidatos que est�n
en condiciones favorables para asu-
mir la Presidencia de la instituci�n,
orient�ndola por los derroteros has-
ta aqu� trazados.
Dando las m�s exprealvss grsclss
s los distinguidos visitantes, que
noa han honrado con au presencia,
a los compsftsros electricistas, los
operadores de m�quinas cinemato-
gr�ficas y reparadores de radios,
quedo
rad Veldt y Helen Vinson.
SAN JOS� (Calle Loira):'
"Artistas y Modelos" con Ida Lu-
pino, Richard Alien y Gall Patrlck.
SAVOY (Calle Loiza):
"La Ultima Noticia" (Exclusive)
con Fred McMurray, Lloyd Nolan
y Franc�s Farmer.
MARTI (Barrio Obrero):
"Cenizas del Ayer" con Bette
Davia y Henry Fonda.
ESTRELLA (Hato Rey):
"Beso* Brujos" con Libertad La-
marque.
MARTI (R�o Piedras):
"Caprichos del Corsz�n" con Les-
lie Howard, Bette Davis y Olivia
de Havllland.
VICTORIA (Rio Piedras):
"Los Candelabros del Emperador"
(The Emperor'a Candlestlcks) con
Wllllam Powell, Luise Rainer, Mau-
reen O'SuMlvsn.
REX (Catano):
Melod�a d* Broadway de 1938"
En la noche del martes 8 del co-
rriente tuvieron efecto en ls Logis
"Antorcha" de esta ciudad laa ce-
remonias de exaltaci�n s Past
Grandes Maestros de los se�ores
Pedro F. Gotay, Aren Tefel y Her-
n�n Defill�.
El acto ae lev� a cabo ante e'
Consejo de Past Grandea Maestros
N�m. 579 de la Ligia Antorcha, pre-
sidida eu noche por el Venerable
Gran Maestro Manuel Gaet�n Bar-
bosa, con el acierto de la digna di-
recci�n y el ritual de costumbre.
Loa Past Grandes Maestros Car-
los F. Daniel, Jos� Gotay Almedl-
na, Fernando Rula Ufre, Victoria-
no M. Fern�ndez y �ngel Visque*
asistieron a la ceremonia, la cual
adquiri� la brillantez y solemnidad
Cuando el isMo que nace hoy I r*qu*fid"1 imPr�lonando muy fa-
llcga a loe trece a�os, ya ha des- vo.rablement� � loa asistentes a la
arrollado �ierta inclinaci�n que
(Derechos res�rvanos tara
EL MUNDO
ACUARIO
Febrero 13.
E. Martines; por Humacao, �ngel
Cuevas Tirsdo y Frsnclsco Escobsr
y por Aguadllla, Msr�s L. Cordero
y Leonor Rios.
HABLA EL SR. ESTRADA:
"Vamos a iniciar nueetroe �raba-
Joe con el pase de lista" -4Uo el
presidente se�or Eloy Estrsda s lss
10:30 A. M.. y, seguidamente, ls
subsecretar�a se�orita Lsura Moli-
ni, poatmUtresa Interina de la ofi-
cina de correos en Ysuco, llamo
por aus nombres a loa mlembroa de
la Directiva. Habiendo el "quorum"
reglamentarlo, ae dio por constitui-
da ls reuni�n. El segundo vicepre-
sidente Dr. Rsm�n A. R�os ae excu-
s� por tener que atender enfermos
de urgencia en Yabuoa, Asi mismo
se leyeron cartas ds excusa dal Co-
misionado de Instrucci�n, del Dr.
J. J. Osuns, y del llcencisdo Ful-
gencio Pinero, preaidente de la Aso-
ciaci�n ds Msestros de Puerto Ri-
co. Entonces el ssAor Estrada hizo
uso de la palabra explicando lo*
motivos de ls rsunldn s hlso slu-
si�n a la aaamblea anual celebra-
da en Juana D�as. "En dicha asam-
blea", dijo si seftor Estrada, "no
hubo cuartelasoa ni tampoco aban-
donaron el ssl�n las delegaciones
complots* de Ponce y Yauco, como
Inform� alguien. Ess asamblea so-
berana se mantuvo a la altura dr
miras muy altas y hubo oportuni-
dad all� para todoa. Ea realmente
lamentable que traten de tergiver-
sarse las actuaciones ecu�nimes y
juataa de nosotros con fines m�s o
menos ego�stas. Esta Directiva
electa aabr� eatar a la altura de
au deber y laborar todoa en uniso-
no por el bienestar del nifto. Yo
siento realmente que el viejo com-
pa�ero de Ponce don Guadalupe G.
P�rez, que tanto luch� con nosotros
en esta cruzsds en que servimos
desinteresadamente al pala, eat�
alejado de nosotros; pero yo con-
fio en que �l vuelva a nuestro se-
no y se una de todo coraz�n otra
vez m�s s nusatra Liga. Ls asam-
blea verificada en Juana D�az fu�
uno de loa actos m�s elocuentes de
nuestra historia, y prueba de ello
ea que termin� con cerca de cua-
trocientos delegados de todo Puer-
to Rico".
INSTALACI�N:
Una vez que el se�or Eloy Estra-
da hubo terminado su discurso
procedi� a Instalar a ls nueva Di-
rectiva estrechando con carlfto las
manoa de unos y otros. En este mo-
mento hizo entrada en el sal�n el
seftor Saturnino Rosa V�iez, Jefe
de la Polic�a destacado en Cabo
Rojo, y �ate fu� instado a que pa-
sara al proscenio,
OTROS DISCURSOS:
Entonces el presidente puso en el
uso de ls palabra si seftor Antonio
Pagan, Auditor Municipal de Cabo
(Contin�a en la pag. 27 col. 4>
sus padree no deben tratar de so-
misma.
El Odfelismo sigue reafirmando
focar sino, todo lo contrario, de fo- �U poder y su fuerza sumando a aus
mentar por todoi loa medios posi- \ filas a factores y representativos
de positivo arraigo en la concien-
cia p�blica del pala.
Loa exaltados, miembros y entu-
siastas defensores de los principios
odf�licos, a�aden nueva fuerza a
la Instituci�n a que pertenecen, la
que espera de tan valiosos compo-
nentes Iniciativas que desarrollen
con mayor fuerza �*. amplitud la
tan robuata vida de la Instituci�n
odf�llca, que se abre camine en
Puerto Rico de manera firme, cons-
tante y con entusiasmo.
bles.
A la mujer que ha nacido en ee-
ta �echa le es tnd* f�cil llevarte
bien y transigir con los hombres,
que_ con las personas de su propio
sexo. Es dada, en muchas ocasio-
nes, a tratar de modificar a los
dem�s, condici�n que debe tratar
de alejar de si misma lo m�s pron-
to posible. Es muy recomendable
para esta dama que procure culti-
var la virtud del tacto, y aconse-
jarle que busffua en el amor a sus
semejantes las mejores horas de
su existencia. Como artista, escri-
tora o maestra y en alguna� ramas
del comercio, puede llegar a triun-
far con relativa facilidad E.n el
amor ser� dichosa solamente si
quiere y respeta a su marido.
Loe hombres que han nacido tal
d�a como hoy poseen la voluntad
con Robert Taylor, Eleanor Powell. necesaria para triunfar en cual-
quter empresa hacia la que vuel-
van �u� ojos. Por si solo triunfar�
usted en la vida �i encamina su�
pasos por la ruta da la medicina,
la abogada, las bellas artes, el pe-
riodismo y el comercio.
Fraternalmente,
Osear ROVIRA,
Presidente.
El cuarto recital de Car-
men Rodr�guez
Los que seguimos noche s noche
la actuaci�n de esta maga de 'a
palabra pronosticamos que la ao-
cledad de San Juan har�a justicia
a esta gran recitadora.
El reclu� del mi�rcoles 9 lo de-
moatr�, por el Inmenso p�blico que
llenaba la aala, alendo lo m�s se-
lecto de n�es ira sociedad, poetas,
catedr�ticos y universitarios, los
que no escatimaron loa aplausos
durante todo el variado y dif�cil
programa.
Durante loe intermedios circul�
la noticia ds que Carmen Rodr�.
guez dar�a doa recitales m�s en
San Juan, bajo loa auspicios del
Pro Arte y el Casino Espa�ol, lo
que aplaudimos sinceramente, por-
que estas doa instituciones repre-
sentativas de nuestra sociedad ha-
r�n la Justclla que merece ests
gran artista espa�ola.
En cada composici�n que recit�
ests eminente artista provoc� una
nueva reacci�n de entuaiasmo en
el p�blico, teniendo que decir al
Ans� y �uers del programa otrss
composiciones de Llor�ns Torres y
ds La Hija dsl Caribe.
Terminada la funci�n quisimos
dar nuestra felicitaci�n a tan no-
table srtlsts, pero nos fu� imposi-
ble por la enorme aglomeraci�n de
simp�ticas se�oritas qus esperaban
que Carmen Rodr�guez les diera
su aut�grafo, por lo qus sprove.
chamoa esta ocasi�n para unir
loa que el p�blico le otorg� en
nuestra felicitaci�n y splsuso s
aus recitales.
RODOLFO
La ceremonia que nos ocupa re-
visti�, por su Importancia y solem-
nidad, car�cter de uns de las m�s
atractivas de lss realizadas en ls
logia Antorcha, prometedora ds ac-
tos similares en un futuro cercano. |
impuesto por laa idealidades y fines '
de la instituci�n, que hallan Un
favorable acogida en todas las con-
ciencias ssnss y puras ds nuestra
sociedad.
CRONISTA ODFELICO
SOLICITE LOS JUEVES
Puerto Kico llu�lra TEATRO DELICIAS
Corrstsro Nusvo � Parada 23
Una pel(cula divertida y sumamente interesante:
� e
El Gran Garrick"
Ser� uno da �IOS grendss �xitos qus hocsn �poca su al cins.
Adsm�s al short musical
L!0N NAVARRA Y SU ORQUESTA
-
Se exhibir� HOY DOMINGO
Teatro
Municipal
Tel�fono 912 S. J
Empresa Juan Lucos & C�o.
Compon�a Espa�ola da
Comadia
D�az
Collado
Compon�a titular dal Teatro
Victoria do Madrid.
Ma�ana por la �ocha:
Reaparici�n da la Compon�a
con la monumental comadia
do CASONA:
NUESTRA
MTACHA
�xito asegurado.
Hoy �ltimas funciones an el
TEATRO
ARCELAY
Por lo tardo
7 Mujeres
Por la �ocha
HosasfeOtofio
II VIERNES II
dsbut en
MAYAGUEZ
con el �treno de
Cinco Lobitos


EL MUNDO, SAN JUAN, t. R. - DOMINGO 13 DE FEBRERO DE 1938.

;
Por qu� un solo diputado vot� con-
tra 502 y Chautemps en Francia
Por una iron�a, ese voto era el de Bergery, el primero que
habl� del frente unido izquierdista
aS * ^^^st^Bja���� 1 I* >
a � 1 ^V^LataaB^ LH

La expedici�n MacGregor
estudia las auroras boreales
El mes pasado hubo una que constitu-
y� un fen�meno grandioso
Edouard Daladirr conversa tambi�n con los perioduitas a la puerta del Palacio Presidencial tras haber
rehusado tambi�n organizar qabu\ett de Frente Popular. En el nuevo Ministerio Cnautemps aparece co-
mo Ministro de Deten-a Nacional a cargo M'�s mano* el mando de toda� 'as fuerzas armadas ael pal� con la colaboraci�n t�cnica del peneral Ga-
me.lin, comandante en jefe de todas ella*. Se ha considerado ente puso como una notificaci�n del Paitido
JladicalJiociuiuita a lo� extremistas.
NUEVA YORK (Edltori Press).�
S'o carece de cierta l�gica a la vez
iue de Iron�a hist�rica el hecho de
4U� el �nico voto que se registr�
habl� �n Francia de un Frente Uni-
do de las Izquierdas, le redact� un
programa y mostr� c�mo esa era
la �nica soluci�n pol�tica que se
Loe pe� indi-tas cntrevi"tan a Chautemps a la salida del EUseo lespu�s
de la cnn/ciencia en que rehus� el encargo del presidente Lebr�n do
reorganizar su Gabinete de Frente Popular. Al d�a siguiente acept� la
�i coiiiikionts v form� su ministerio de radicales socialistas, <�us
rmntd 50Z voto� contra l y alguna� obstencione� de la extrema derecha.
en contra del Gabinete Chautemps
en la sesi�n de la C�mara de Di-
putados del 21 de noviembre re-
ci�n pasado fuera el de Gast�n Ber-
gery. Bergery fu� el primero que
ofrec�a cuando el quebrantamiento
del Cartel de las Izquierdas (Ra-
dical-Socialista). Nadie lo escuch�,
pero luego Chautemps y Daladler
acogieron la Iniciativa comunista

A LA CARGA
contra Iom CATARROS!
En cuanto Vd. tienta el menor
s�ntoma de catarro, tome
Instantina, y repita la dosis
cada dos horas hasta que todo
peligro haya desaparecida
Recuerde que si no se toman
medidas en�rgicas a tiempo,
en pocos d�as el m�s leve ca-
tarro puede convertirse en
gripe, bronquitis o pulmon�a.
� � � Cu�dese I M�s vale
prevenir que lamentar. Tenga
Instantina siempre a manol
^instantina
ULTRA-R�PIDA CONTRA
RESFRIADOS � DOLORES � GRIPE
Por* $u prolicct�m
uuU uklttm est� im-
vutltm btrm�ttCMmtn-
ti �* pipil cilef�n.
conforme a la "nueva linea de Mos-
cou" y se form� el Frente Popular.
Bergery qued� fuera de �l.
502 votos contra 1 en favor de
un nuevo Gabinete es cosa m�s que
Inusitada en la parlamentarlsima
Tercera Rep�blica. Pero como al-
guien coment�, no signific� nada
politicamente sino que "una apro-
baci�n general del valor de los
hombres que hablan osado asumir
en tales circunstancias las respon-
sabilidades del poder". Tiene con
todo un alcance m�s vasto. Indica
que el Frente Popular no es ya la
base del Gobierno y que todo pue-
de resultar en materia de combina-
clones futuras para sustentar al
Gabinete que sustituir� al de Chau-
temps.
La C�mara de Diputados elegida
en la avalancha del Frente Popular
de mayo de 1936 dio a esa com-
binaci�n pol�tica 381 asientos con-
tra 237 de la oposici�n derechista
de todos los matices. Sobre esa ba-
se organiz� Blum su Gabinete de
junio de 1936 y con ella hizo apro-
bar en ti Parlamento la catarata
de reformas sociales que lentamen-
te fueron minando la solidaridad
entre Radic�is-Socialistas y Co-
munistas que concurr�an con 116
votos y 72 respectivamente a for-
mar con los 146 socialistas el Fren-
te Popular en esa rama del Con-
greso. Cogido en este antagonismo
incompatible, Blum renunci� en Ju-
nio de 1937 y le sucedi� Chautemps.
El conflicto entra Radicales-Socia-
listas y Comunistas se acentu�;
Blum lo habla tratado de orillar
Inclin�ndote a los Comunistas,
Chautemps le hizo frente poni�n-
dose cara a cara de los Comunis-
tas con una pol�tica de conciliaci�n
nacional en lo pol�tico social y de
la ortodoxia de Bonnet en lo eco-
n�mico-financiero. Cay� en la de-
manda a comienzos de enero y vol-
vi� al Parlamento el dia 21 con
un Gablnett dt radicales-socialistas
dispuesto� a gobtrnar tin lot comu-
nistas ti fuera necetarlo mientras
�ttoa segu�an la t�ctica de no vo-
tar contra �l porque por mucha que
sea la hostilidad latente conservan
m�s Influencia manteniendo a un
ministerio de izquierda y aeml-fren-
titta que provocando la formaci�n
de una combinaci�n de centro o de
derecha'.
Las posibilidades de esas combi-
naciones ton mayorea de lo que In-
dica el ambiente de la calle que
anima al Franta Popular. La C�-
mara tt compone asi;
De la derecha:
Conservadores 11, Dem�cratas Re-
publicanos 88, Dem�cratas Popula-
res 33.
Del centro:
Radicales de Izquierda 31, Alian-
za Democr�tica 84.
De la Izquierda:
Radicales-toclalittai 116. Socia-
listas disidentes 37; Soeialittai 148,
Comunistas 72, Comunistas Disiden-
tes 10.
Chautemps declar� en tu dlteur-
so de preaentacl�n en el Parlamen-
to que lo que �l buscaba era "la
formaci�n de un aentianlento de
unanimidad entre loa francetea".
Blum habla lanzado en au intento
ef�mero de organizaci�n minltterial
la Idea de una especie de Uni�n
Nacional en que habr�a entrado
hatta Paul Reynaud, el h�bil ha-
cenditta a quien la Izquierda mo-
derada comidera de la derecha mo-
derada y la derecha moderada et-
tlma de la izqultrda moderada
Chautempt ea el m�t h�bil y recur-
tero dt lot pol�ticos franceses; tie-
ne muchos consejos m�t que tacar
de tu sombrero de prettidigltador. |
El, con Daladler, form� el Frente
Popular arrastrando de mala gana
a su Partido Radical-Socialista. El |
lo ha enterrado y le ha rezado los
responsos; pero es evidente qut en
esta segunda maniobra tiene a su
partido con m�s unidad y entusias-
mo que en la /interior.
EL FIN DE LAS PECAS
Por Cliffor J. MACGREGOR
(N. de la R.: el autor es el Jefe
de la expedici�n polar MacGregor,
que ac encuentra invernando en lat
latitudes �rticas'.
REINDEER POINT (Groenlan-
dia), febrero.�La aurora boreal
que hemos presenciado a fines de
enero ha sido sin duda uno de los
m�s grandiosos fen�menos de la
naturaleza que se han visto hasta
la fecha.
La aurora boreal fu� observada
por primera vez, muchot siglos an-
te� del nacimiento dt Critto. por
lot griegos. Loa romanoa ten�an, co-
mo ae taba, la diosa Aurora. En
loa tiempos pret�ritoa el fen�meno
era objeto de largas discusionea y
de admiraci�n mezclada con terror.
Hubieron guerrea motivadas por
las auroras boreales, que se ten�an
por seftal de la proximidad del ene-
migo.
A veces el fen�meno viene acom-
pa�ado por una luminosidad �gnea,
fija y persistente; otras veres la
luz es titilante o est� rodeada por
una corona que despide destellos
en forma de cruz. Hay veces en que
la aurora boreal tiene la aparien-
cia de un enorme tel�n multicolor.
En la edad antigua la aurora bo-
real era un medio de que se vallan
loa augures para predecir el porve-
nir o acontecimientos importante�
tales como la calda de Jerusal�n
antes de la muerte de Julio C�sar.
En lot �ltimos cincuenta aftot lot
hombres de ciencia han dedicado
sus esfuerzos en buena parte al es-
tudio de este fen�meno, efectuando
muchas observaciones tendientes a
determinar el efecto que tiene so-
bra la vida humana. Birkeland con-
sidera que la causa de la aurora
boreal son loa rayoa cat�dicos, con
carga negativa, que emanan del
sol. Nordman reemplaza en au teo-
r�a a los rayoa cat�dicos por, las
ondat hertzianas. Arrhenius supo-
ne que el tol detpidt particulat car-
gadaa de electricidad negativa que,
al llegar a la tierra, producen cam-
bios en la parte superior de la at-
m�sfera que la hacen buena conduc-
tora de la electricidad.
CONSIDERACIONES CIENT�FI-
CAS
El tiempo requerido por la tras-
misi�n es un factor importante
cuando se trata de relacionar de-
terminadas mancha� o erupciones
solares con perturbaciones magn�-
ticas o producidas por la aurora
boreal. Los rayos cat�dicos tienen
una velocidad equivalente a la d�ci-
ma parte de la velocidad de la luz;
por lo tanto necesitar�an cerca de
hora y media para llegar a la tie-
rra desde, el gol. Las ondas hertzia-
nas viajan a la misma velocidad
que la luz. Las part�culas de que
habla Arrhenius necesitar�an unas
cuarenta y seis horas, o casi dos
dita, para' llegar a la Tierra.
El efecto solar se traduce en fa-
cilitar grandemente la descarga de
la diferencia de potencial sobre la
Tierra. Tenemos, pues, una corrien-
te el�ctrica establecida, con sus co-
rolarios de aurora boreal, corrien-
tes terrestres y perturbaciones mag-
n�tica�.
Todos ellos est�n en mayor o
menor grado bajo la influencia de
circunstancias locales, y por eso
var�an en intensidad seg�n los pa-
rajes. Empero, hay fuertes corrien-
tes que envuelven a la Tierra, como
se ha visto en ciertos casos no-
tables, que pueden ponerse de ma-
nifiesto en forma de perturbaciones
magn�ticat y corrientet terrestres.
Lat descargas el�ctricas derivadas
en ello son la aurora boreal. ;. En
qu� lugar ocurren? Debemos consi-
derar al sol no como fuente pro-
ductora de la perturbaci�n magn�-
tica, sino como medio que pone en
libertad la energ�a latente que re-
tide en la Tierra misma.
EFECTOS CONOCIDOS
Una vez puetta en libertad es-
ta energ�a, ella incrementa lat co-
rrientet terrettres. que a su vez in-
ducen una corriente en laa lineas
telef�nica� transcontinentales, ha-
ciendo Imposible la comunicaci�n.
Esto te ha observado durante laa
do� �ltimas semanas de enero. El
aumento de actividad de la aurora
boreal en lat capas superiores de
la atm�sfera tambi�n afecta a la
radio recepci�n, produciendo est�-
tica y formando un medio aislador
contra laa ondaa inal�mbricas, que
interrumpen la recepci�n. Durante
laa doa semana� mencionadas nues-
tros tparatoa receptores de radio
acusaron muy poca recepci�n, y du-
rante varloe dlat no no� fu� posi-
ble di ning�n modo ponernos en
contacto Inal�mbrico con loa Es-
tados Unidos.
Una de loa problemas que han
preocupado a los hombres de cien-
cia durante muchos a�os es el de
si se "oye" la aurora boreal. Con el
prop�sito de retolverlo se han efec-
tuado numerosas observaciones.
Muchos observadores inexpertos
aseguran que oyen la aurora bo-
real, mientras que hay hombres de
ciencia que niegan tal posibilidad.
Nueatraa observaciones, hechas
en estt campamento polar, demues-
tran que la aurora boreal tiene un
limite que no sobrepasa los 100
kil�metros sobre la Tierra. La al-
tura de la aurora boreal ha sido
determinada fotografl�ndo�a desde
dos o tres puntos distintos v calcu-
lando luego el dato requerido por
medio de la triangulaci�n. En caso
de existir' una emisi�n sonora, el
sonido deberla hallarse en esta zo-
na.
Si asi fuera, sabemos que el so-
nido recorre aproximadamente 330
metro� por segundo, con lo que te
necesitar�an uno� cinco minutos
para que llegara a los o�dos del
observador. Si el sonido estuviera
ligado, o procediera de la aurora.
seria, pues, Imposible o�rlo. Empero,
queda siempre en pie la teor�a, que'
no puede por el momento descebar-
se, de que el sonido viene a la Tie-
rra en forma de energ�a el�ctrica,
que al locar la superficie terrestre
se convierte de ondas el�ctricas en
ondas sonoras.
La revoluci�n mecedora del
A�
"swing" enloquece a New York'

Una "m�sica columpiada" que hasta ahora nadie entiende,
pero que sienten en forma irresistible todos los
que la escuchan

f i>
4
2"'
*1�� c jr,-
V�A ���*,- "� � jf^^sr aaFBBBBaa>**w "t�tl ss^"J#�3rW* mt
' '^* i ~SS ssr,
Las ". '�'.' H' '�"'". c�lebre ruerno de fooi/e del Radio Cl ti/ de Nueva York, que llenaron n Xa perfecci�n de dxt-
ciplna y comp�s. Dibujo de Leav que muestra el "stunq" en acci�n. donde todo ei- alf�ocotnpojado y
rcbclae^Benny Goodman, maestro del "twfstp".
NUEVA YORK (Editor� PrtM).�
El 26 de enero �ltimo Jerry Colon-
na, conocido director neoyorquino
de orquesta, habl� por la radio
WQXR. explicando la nueva m�sica
"swlng" (columpiar-balancear) que
est� volviendo loca a la gente nor-
teamericana.
Despu�s de su radiofusi�n, que-
damos tan en ayunas de lo que
fra ''swing" como antes y despu�s
de haber asistido al concierto dado
en el tarro santo "Carnegle Hall"
por el "virtuoso" del columpio y
saxof�n Benny Goodman.
CENTRO DE LA AURORA
Generalmente, aunque no siem-
pre, se puede ver que cuando hay
un arco en la aurora boreal, su
centro est� en el meridiano mag-
n�tico. Si los rayos ascienden del
norte hacia el c�nit o m�s all� a�n.
se ver� que tu foco, o punto donde se
encuentran, queda al tur del c�nit.
Exltt� una ��elaci�n-enrecha en-
tre las auroras boreales y el cam-
po magn�tico terrestre. Puede de-
cirse que no ocurre ninguna auro-
ra brillante tin que la acompa�e
una tormenta magn�tica. Sin em-
bargo, hay datos que ponen de ma-
nifiesto lo contrario. No puede pro-
barse f�cilmente qut cada tormen-
ta magn�tica vaya acompa�ada por
aurorat boreales. Esto ae debe a
que lo� instrumentos magn�ticos
acusan un registro fotogr�fico con-
tinuo que es independiente del he-
cho de ser de dia o de noche o de
I estar nublado, mientras que loa da-
tos relativos a la aurora boreal
est�n supeditados a la visibilidad,
toda vez que las observaciones s�lo
pueden efectuarse pr�cticamente
durante la noche > cuando el cielo
no est� muy nublado.
Las observaciones de las man-
chas solares y de las auroras borea-
les, correspondientes a un largo
Periodo de a�o*, acusan una con-
cordancia se�era) entre el m�ximo
de unas y otras. Las perturbaciones
magn�ticas de la aurora boreal y
las corriente� terrestres son fen�-
menos simult�neo� y se deben a las
corrientes el�ctricas existentes en
las altas capas de la atm�sfera.
Derecho� reservados a EL MUN-
DO por North American Newspaper
Allianc*'.
El 15 de enero, Benny Goodman,
quien seg�n loa cr�ticos es un m�si-
co m�s serio y m�t m�sico que el
famoso Paul Whiteman. introduc-
tor del "Jazz", dio el primer con-
cierto de "Swlng", no tal vez con
la. Idea de explicar lo que es esta
nieva tendencia en m�sica (si ea
que es m�sica) sino m�s bien para
demostrar el fen�meno.
El concierto estaba anunciado pa-
ra laa 8:50 P. M. pero ya a las
siete de la tarde no se pod�a en-
trar a no ser mostrando el boleto
de entrada a un polida que guar-
daba la muchedumbre a m�s de
media cuadra de las puertas de
"Carnegie Hall".
"Swing", como dice William Exi-
ner, el prodigioso tambor y maes-
iro de "bateria" de la banda que
toca "swing" para la alta sociedad
de Nueva York: "es falta de ritmo
sin salirse de �l. Es individualismo
en ejecuci�n sin perder la unidad
ni el tiempo. Los "cocodrilo�" t�os
que no entienden "swing") deben
tratar de compenetrarse del esp�ritu
e inspiraci�n de los "gatos" (los
que entienden "swing") y tratar
de sentir la sensaci�n de "m�sica
columpiada" que hace mover los
pie� irres�itiblemente al "no-casl-
c-omp�s" de una piez� de "jazz" "co-
lumpiada".
Si despu�s de esta explicaci�n.
"awing", pues elloa*mismos dicen
"que "swing" no tiene explicaci�n
sino sensaci�n".
El primer n�mero del recital de
Benny Goodman se llamaba 'No
se asi'. Y por la mitad del n�mero,
el gent�o inmenso, empez� a sentir
el ritmo "columpiante" del saxof�n
maravilloso tocado por Benny Good-
man con laa consecuencias rie
que 4,000 pies empezaron a marcar
el tiempo y 4.000 cuerpos se ba-
lanceaban de lado a lado siguien-
do el son de la m�sica.
El templo de la m�sica escogida,)
Carnegie Hall, por el cual desfilan
los grandes yiolinlttas como Fei-
fetz. Kllmann, Menuhin, pitnistas'
como Rubenstcin. Hoffman y donde
los s�bados, Jueves y domingos las
orquesta� sinf�nicos dirigid!� a ve-
ces por Stokowsky, Toscanini. Stra-
visky o John Baroirolli, deleitan los
oidos de los "conoisseurs", se tam-
baleaba de extremo a extremo ro-
mo el m�s corriente de los figone;
Al terminar cada n�mero, la au-
diencia, no ��lo aplaud�a, vocifera-
ba entusiasmada. El critico d*l
"Herald Tribune" de Nueva y*rk
concurre con noaotros en que
"�wing" no ti�ne t�rmino medio. O
lo engolfa a uno hasta el punto
de perder la cabeza, o sencillamen-
te lo vuelve loco de rabia. Y no
hay manera tampoco de discctir-'
dada por uno de los experto� en' l0' no �� Puede. Lot "enten�vdos"
"�wing", el lector encuentra que
sabe tanto como cuando principi� a
leer, ser� un placer para William
Exiner, o cualquier profesor de
usan un lenguaje especial. Los t�r-
minos musicales tltnen otros nom-
bres, emplean palabras, que maa<
(Contin�a en la p�gina 15 col. 1)
El doctor L. Juttus, de Budapest
et el hombre de la gran nueva pa-
ra buena parte de la humanidad
que es pecosa. "Le� pecas, dice, tie-
nen tu origen en la acumulaci�n
de materia pigmentaria en lat c�-
lulas de lat capat exteriores de la
piel". Aplica, pues, una soluci�n
que despega la capa de la pial en
que la sustancia pigmentaria est�
depositada. Al remover eata sustan-
cia la capa de piel empieza a le-
vantarte y ae renueva entera. A lot
pocot diag hay piel nueva y sin pe-
cas. (Paradt, Londres).
MANTENGA
LIMPIO HERMOSO
SANO �L CABCU.O
0� LOS NI�OS.CON
Mulsified
ACCITC D� COCO
CHAMP�
KLEIN'
TIENE EL GUSTO DE ANUNCIAR
QUE HA SIDO NOMBRADO
DISTRIBUIDOR
�NICO PARA PUERTO RICO DEL INIMITABLE
.

(foi��ar
?b>

RUM
CARIOCA
js:
^rM�&

DESTILADO Y EMBOTELLADO EN
PUERTO RICO POR LA COMPASlA
RON CARIOCA DESTILER�A INC.
SOLICITE PRECIOS AL POR MAYOR EN


;


---------------------
----------
"7
��*/
EL MUNDO, SAN JUAN, P. R. - DOMINGO 13 DE FEBRERO DE 1938.
La mujer que se sienta hoy en I Una lecci�n para unirse a las
el trono de Cleopatra
Farida Sulficar dijo un d�a: "Si yo fuera reina...". - Fara-
ouk se ha intoxicado de popularidad como Eduardo ,VHI,
pero se cas� a gusto de su pueblo
Por Bob DA VIS
NUEVA YORK (Editora Prest).�
Si no hubiera sido por la reciente
aparici�n del libro dt Charles W.
Ferguson "Cincuenta millones de
hermanos", obra muy entretenida
sobre la historia de los clubs y or-
ganizaciones fraternales que unas
veces se forman y otras se defor-
man en los Estados Unidos, sin du-
da hubiera olvidado para siempre
el tr�gico incidente de mi propia
tentativa de entrar � formar par-
te de una de esas logias hace mis
de medio sigla.
No te debe esperar que yo pre-
sente siquiera una fracci�n de las
sorprendentes estad�sticas que Fer-
guson ha resucitado, Dios s�lo sa-
be c�mo, en un magnifico volumen
que recorre toda la gama de las or-
ganizaciones fraternales, �amalga-
ma de hombres unidos unos a otros
por nexos de acero, juramentos,
vestidos, etc., �siempre de buen
humor y haciendo uso de una com-
pleta documentaci�n sacada de
unos archivos que parecen tener
doscientos aflea de vejez.
MI propia experiencia con solem-
nidades que ocurren a puerta cerra-
da con la Idea de cimentar y fomen-
tar una fuerte amistad que subsis-
te mientras dura la vida de los
miembros o estos se olvidan de pa-
gar sus cuotas anuales, se reduce
a una breve pero dolorosa expe-
riencia con los Hombres del Bos-
que, una organizaci�n sobre la que
llam� mi atenci�n, en Carson City,
Nevada, uno de sus miembros m�s
celosos, all� por el a�o 1885. El
pertenecer a esa organizaci�n era
entonces algo epid�mico por aque-
1�Farouk y Farida el d�a de tu matrimonio el 90 de mero reci�n potado. Arriba, la corona reci�n creada \\u regiones.
em Egipto con inacripcione� en caractere� �rabes. t�Md� de IjOOOfiOO de egipcio� *e reu�i>ro� en El Cairo | ^.j^ una e0fa �imple �me dijo
para loa festejos, entre ello� bando* de beduino* que d�paraben (fotograf�a) tu� espingarda* en la� calle�. #. orient�ador. quien en la vida pri-
sociedades decretas
Lo que ocurri� a un escritor que quiso
ser de los "Hombres del Bosque"
3�M�sico� t�pico� egipcio� en las calle� dt El Cairo, durante lo� festejos.
(De nuestro corresponsal)
Esta joven Rey Farouk te ofrece
a los ojos del mundo moderno como
el legendario preferido de loa dio-
ses. Tiene 18 artos, es hermoso, tu
fortuna personal et fabulosa, reina
sobro un pait de paaado fant�stico
y grandioso, ha restablecido la com-
pleta independencia de Egipto des-
pu�s de 3,000 anos de dominaciones
extranjeras, se acaba de casar con
la elegida de su coraz�n, bella y
de 17 anos, y es adorado de su pue-
blo. Si la felicidad est� en todo aso
como la humanidad lo ha cre�do
siempre, Farouk deberla ser el hom-
bre m�s feliz de esta atormentado
pedazo da universo. El 20 de enero
nadie habr�a podido dudarlo. La mu-
chedumbre se arremolinaba deliran-
te para aclamar a su joven pareja
real. Ella, la m�s joven Reina que
el Egipto ha ta�ido jam�s, la pri*
mera que se casa con un soberano
desde la �poca da lea Faraones, la
que su Rey y consorte llama "La
�nica" y "La Incomparable".
Pero el 7 de enero un Intruso
egipt�logo ingl�s W. B. Emery abri�
unas tumbas que estaban selladas
con el nombre de "Aba", y una nu-
be de obscuros presentimientos des-
cendi� sobre los supersticiosos. Esa
Aba, seg�n parece, fu� Menea, el
Fara�n fundador de la Primera Di-
nast�a, el Rey del Alto Egipto que
conquist� el Delta y estableci� por
primera vas, hace unos 6.000 anos,
el conglomerado territorial egipcio
m�t o menos como hoy existe. En
el Papyro do Turln, Menes enca-
beza la lista da los monarcas dt
Egipto; Her�doto y Manetho habla-
ron tambi�n de �l como del primer
Fara�n. Una leyenda habla arrai-
gado en ciertos sectarios, seg�n la
cual el dia que se tocara la tumba
de Menes marcarla el comienzo dt
una tra de desgracias para Egipto.
La expedici�n brit�nica habla to-
cado ya loa lindes sagrados de las
tumbas de Saquera el 30 de diciem-
bre, dia en que el rey Farouk man-
i� a paseo por un decreto al minia-
tro Pash� y llam� a Mohamed Mah-
cnoud Pacha a organizar uno de su
imaflo real, sin considerar para na-
da la fuerza parlamentaria de lea
partidos o el hecho de que el par-
ido de Wafd, qut �l arrojaba dtl
' poder, tra al qut htbla hecho posi-
ble en 15 sftos dt lucha naciona-
lista la independencia del trono en
qut Farouk ha reemplazado a tu pa-
dre Fuad.
SU CORAZ�N ES TUYO
TUS EN CANTOS
SON REALZADOS
Kl dia de "San Va-
lentina" es el mis
propicio para acope-
sar un verdadero tra-
tamiento ae Bailes*
de los qus ofrtce
ROSITA SILVA .. �
pronto depende-
r�s) da ella para al
realce de tu halles�.
Un tratamiento que
brinda un r�pido
embellecimiento ea
suficiente, af tatito.
Masajea fac�alas,
taampoo. lavados,
ondeados y man�*
euro. -MJ0.
Rada mas ideal pa-
ra tata temporada
ca -amara! que
n u e e t r a combina,
el�n de Shampoe.
lavados, permanen-
tes, manicura, ate.
til. mu.
Rosita Silva
Farouk se ha Intoxicado de popu-
laridad como se intoxic� el Princi-
pe de Gaita que fu� Eduardo VIII
y et ahora tolo el marido dt la Du-
quesa de Wlndsor. S�lo que Farouk
que Juega todo en el apoyo del pue-
blo, ha tenido el Uno dt buscar
una esposa que entusiasma a sus
subditos, suficientemente occldenta-
lizada para que la acepten los pro-
gresistas y suficientemente respe-
tuosa de la tradici�n musulmana
para que la ensalcen los magnates
de la Iglesia. Farouk marcha ade-
m�s de la mano con la aristocracia,
cuyos sentimientos tradicionales y
dignidad Eduardo VIII oftndi�, y
ha tenido especial tino en cultivar
la poderosa amistad del Gran Sheik
de Al Ashar Mohamed Mustapha el
Maraghl, que et acaso m�s poderoso
en Egipto que ti Arzobispo dt Can-
terbury a quien Eduardo llen� de
recelos. Farouk se consulta en todo
con el Maraghl, �l ofici� en la ce-
remonia religiosa de tu matrimonio
y sobre �l cala respetuosa a trav�s
de una celos�a, la mirada de Fari-
da que no asist�a a su propia boda
porque el Koran exige que no haya
mujer alguna presente en ti acto.
Farouk guata de accidentalizar a
su pueblo y sus costumbres son oc-
cidentales, pero tiene especial cui-
dado de no herir en forma alguna
la tradici�n y loa usos musulma-
nes. Es coleccionista dt ediciones
del Koran, muestra una devoci�n
casi f�rvida en los actos religiosos,
se sabe de memoria pasajes dt los
libros sagrados, da a su pueblo la
sensaci�n no s�lo de tener un fiel
disc�pulo de Mahoma en el trono
sino que acaso un suetsor en la nun-
ca dormida ambici�n de unificar al
Islam bajo una mano pol�tica y re-
ligiosa. Por eso Farouk, aunque se
ha metido en hondas aguas pol�ti-
cas y acaba de disolver el Parla-
mento con un decreto breve como
latigazo de s�lo 87 palabras ar�bi-
gas, aparece hasta ahora como la
antitesis de Eduardo VIII. Este per-
di� la oportunidad de'consolidar en
sus manos a un gran Imperio; Fa-
rouk est� en el camino de rehacer
uno.
No es f�cil la Urea: ti 15 por
dent� de la poblaci�n de Egipto ea
analfabeta, su miseria ea legenda-
ria y no menor hoy que en la �po-
ca b�blica; dt sus 347,000 millas cua-
dradas dt territorio m�t dt cuatro
quintes es desierto est�ril; al pais
que provey� de trigo al Imperio
Romano, casi entero ahora lo Im-
porta; el pait qut tiene el r�cord
mayor de consumo de tabaco por
habitantes y que podr�a producirlo
todo, importa a vtets hasta por va-
lor da 100 millones dt d�lares ai
ano. Todo para cultivar al algod�n
qut ahora sufre la amenaza dt com-
petencias en todos los continentes.
Para la optimista y sonadora mu-
chachil*, burguesa que Farouk ha
sentado en el trono dt Cleopatra,
el problema es m�a sencillo qut pa-
ra los economistas, si hemos dt
creer a Jeny Galo que fu� su Ins-
titutriz y acaba de escribir una sem-
blanza de la joven soberana para al
"Neues Wiener Journal". "81 yo rua-
ra Reina, le dijo hace paco m�a da
un a�o la que entonces se llamaba
Zuzi Nai Sulficar y ahora se llama
Farida. yo echarla abajo todas las
ruinas que el Rey quiera conservar
o laa restaurarla. No puado sopor-
tar las antig�edades in�tiles qut re-
pletan el Palacio. En cambio intro-
ducirla, �oh tantas cosas �tiles; To-
dos loa m�s pobres egipcios, debe-
r�an poder comprarse un autom�vil.
Loa aeroplanos volar�an dt un ex-
tremo a otro del pala. Loa ni�os
podr�an llagar todos huta la Corte
dt la Reina como al tila ruara nada
m�a que una madre de muchos hi-
jos. Eso seria encantador, i No es
verdad? Dice la se�orita Gale que
Farida tiene la voluntad dt ser un
hada dt dlchss para su pueblo, tu
afici�n por laa autom�viles s�lo ce-
da a la que profesa por loa aviones.
81 Hltltr lo hubiera sabido le ha-
br�a rotulado un Junktr tn vas dt
ata magnlfiee Mercadea Nena. Fa-
rida vivi� au nlftet c�rea de un ae-
ropuerto en Alejandr�a y pasaba ex-
tasiada en la contemplaci�n de loa
aviones. Conoc�a la marca par el
ruido da loa motores. Ha hacha es-
tudios completos da filosof�a pora,
enano tu real consorte, prefiere laa
matem�ticas, A los nueve anos de-
rrotaba a su padre en ti ajtdres;
a lea dita hablaba a la perfecci�n
tres idiomas, � lo� enea aprendi�
uno m�s y empez� a dedicarse apa-
sionadamente a la qu�mica. Lo que
nunca le ha gustado es la literatu-
ra y la historia. La sucesora de Cleo-
patra odia la frivolidad; jam�s em-
plea m�s de quince minutos en su
tocado al levantarse.
Farida tiene da todo menos de su-
persticiosa, pero sonri� complacien-
te cuando su novio lo Imparti� ti
vsda tra un retranquero del ferro-
carril� enseflarle los ritos preli-
minares a su llegada como novicio.
Despu�s de su admisi�n, de la que
estoy seguro, vendr� la inclinaci�n
miembros los llamamos vecinos.
Aquello me pareci� bien y con
todo af�n me entregu� a la tarta
de prepararme para la recepci�n ini-
cial en el local de la logia, que ta-
bla escondida en el edificio de los
Odd Fellows, donde varias de laa
asociaciones secretas de Carson Ci-
ty se reun�an en las noches dt lu-
na. Y durante un periodo de dos se-
manas me dediqu� a pasear
con mi mentor, quien pacientemen-
te me iba ensenando todo lo que
deb�a aaber para una Iniciaci�n
digna.
�Est� usted preparado como po-
cos �me dijo al cabo� y no pasa-
r� mucho tiempo sin que reciba un
mensaje misterioso que le Indicar�
que debe dirigirse a la gran c�ma-
ra.
��Y c�mo sabr� que el aviso es
genuino? �le interrogu�.
�No se preocupe de eso. Oir�
una voz y todo lo que tendr� qut
hacer ser� obedecer con diligen-
cia.
Con la sorpresa natural, unos
d�as despu�s, mientras Iba caminan-
do por la calle, o� una voz que a
mi lado me dec�a claramente: El
martes por la noche a las diez, en
el pabell�n de los Odd Fellows,
i Completamente solo.
No sabia quien me habla dirigido
aquellas palabras, pero estaba de-
cidido a cumplir las Instrucciones
hasta el final. Y lleno de dulces
emociones esper� la llegada del
siguiente d�a.
Mi Instructor me habla adverti-
do que debia presentarme ante el
postigo del local de la logia, decir
cierta palabra que me Introducirla
en otra estancia y aguardar all� el
examen que se me exigiera. De ma-
nera que a la noche siguiente me
bail� meticulosamente, me vest�
con mis mejores ropas y a las nue-
ve y media ya me encontraba an-
te la casa de los Odd Fellows, dando
la vuelta alrededor de la manzana.
De ninguna manera quer�a salir
La Princesa Juliana desea-
ba tener unos mellizos
La Princesita Beatriz ha llevado al Palacio de Soestdijk
22,000 libras m�s de renta y un equipo adicional de criados
Emma fu� la madre de OuWermlna jue particip� en la retjatria'Vinantr j0s dir- anee dr reinada de la
segunda como menor dr edad. La cuna de Beatri: ri la miama �tie atonta* a Guillermina y a Juliana en
^su� prime roe dia*.
tras la cual nadie en este mundo fara>i at modo out me pUM a es_
podr� ensenarle nada.
��Me dar�n una Insignia?
�Una de las mejores que pueda
imaginarse asi como la palabra, o
santo y sena, que lo admitirla en
nombre de Farida porque empezaba [cualquiera de los campos que los
por F, y su padre el Rey Fuad, ere-1 Hombres del Bosque poseen en los
y� que esa era la letra del buen' Estados Unidos. Nuestro lema es:
destino para la familia. Las herma-1 "M�s vale un vecino cerca que un
(Contin�a en la p�gina 15, Col. 6) I hermano lejos". Por eso a todos los
perar, viendo como distintas for-
mas se acercaban al edificio y te
introduc�an en �l m�s o menos fur-
tivamente.
�Loa Hombres del Bosque �pen-
saba yo.
Cuando fallaban tres minutos
para las diez, lleno de determina-
ci�n me Introduje en el portal de
(Contin�a en la p�gina 24 Col. 1)
Unos visitantes c�smicos que
resultan muy peligrosos
C�mo la Tierra* caminando a dos mil millas por segundo,
pulveriza a los pla�eteoides que se le acercan
NUEVA YORK.��Qu� son los
disturbios de la pol�tica europea o
loa desplantas da Mussolinl al lado
de lo que ocurra en los Cielos...?
En la primera semana dt enero
cay� sobre "Bear Montain", situa-
da a 30 millas de Nueva York, un
meteoro que a poco acaba con el
"New Deal" rooseltlano... El dia
30 del paaado mes de octubre la
Tierra estuvo a punto de sufrir una
colisi�n entre el "tr�fico c�smico"
que de haberse realizado, nuestra
civilizaci�n hubiera alcanzado a su
fin. Y en los mismos d�as de fines
da enero pasamos tan peligrosamen-
te cerca de "Eros", un planetoide
de 15 millas de di�metro, que los
astr�nomo! se asustaron de mirar-
lo.
Asi debieron de scabarse Gomo-
rra y Sodoma, las ciudades b�bli-
cas que fueron sepultadas en una
"lluvia de fuego". Sobre las mon-
tanas de Arlzona, hay un orificio
mal llamado "cr�ter" que es una
cicatriz geol�gica de un enorme
meteoro que cay� en aquellas re-
glones hace unoa diez millones de
aflos. Del Observatorio dt Jonhnnei-
burgo (�frica del Sur) acaban de
llegar noticias que confirman ti
peligro corrido por la Tierra en
el mea de diciembre ante ata "pla-
netoide" que ae aproxim� a nuestra
atm�sfera 400,000 millas: que en el
terreno astron�mico es algo asi co-
mo una d�cima de mil�metro. Ja-
m�s ning�n astro ae acerc� a nues-
tros dominios atmosf�ricos como
lo hizo tal otado "planetoide" y su
presencia ha sido confirmada no
s�lo en el �frica meridional, sino an
otras regiones. El doctor Karl Relm-
muth del Observatorio de Helderl-
berg (Alemania), obaerv� entre loe
d�as 37 y 30 dtl citado mtt "ciertas
rayas Inexplicables'' en laa placas
fotogr�ficas que impresionaba pa-
ra las observaciones astron�micas.
El visitante lleg� a "rayar la sensi-
bilidad" fotogr�fica como ning�n
astro ha podido hacerlo. Fu� debi-
do a su proximidad con la atm�s-
fera terrestre, con lo cual origin�
enorme frotamientos que obraron
sobre la luz descomponiendo la ga-
ma del espectro. El "duende c�smi-
co'' sigui� su ruta aln molestarnos
y por los cielos viaja catalogado por
lea astr�nomos con el nombre cien-
t�fico de "Objeto Relnmuth, 1937.
U. B." y ti nombre popular de "Her-
mts", El doctor E. Wood dtl Obser-
vstorlo dt Johannetburgh estudi�
laa caracter�sticas dtl visitante y
las ha definido como "un cuerpo
s�lido de media milla de di�metro".
El profesor Jan Schllt del Depar-
tamento de Astronom�a de la Uni-
versidad de Columbia ha descrito
la posibles consecuencias ti "Reln-
muth. 1937. U. 8." hubiera chocado
con nosotros. "Al catr sobre loa
marta, se originarla un cambio tn
las corrientes y hasta tn ti movi-
miento de laa mareas. Una conmo-
ci�n n�utica de esta naturaleza In-
fluirla sobre las costas de loa con-
tinentes. El choque hidr�ulico afec-
tarla a loa pueblos situados tn el
litoral, algunos da lea cuales, po-
dr�an desaparecer absorvldos por
la acci�n dt olas gigantescas do
car�cter mec�nico..." �Y si el "pla-
netoide" se hubiera potado sobre
sigua paraje dt la Titrra.. ? En ton-
Por el Dr. Julio C�ntala
ees se repetirla lo que ya antes ha
sucedido en la corteza terrestre.
Surgir�a la devastaci�n completa
de un territorio de cientos de mi-
les de kil�metros cuadrados de ex-
tensi�n. El doctor Kullk de Mosc�.
no hace mucho que comunic� a las
sociedades geol�gicas de Estados
Unidos el hallazgo de una enorme
huella tn la Slberla producida por
la ra�da de un meteoro gigante, el
d�a 30 de Junio del ano 1908. La par-
te terrestre que recibi� el trauma-
acci�n pulverizante se deriva la
"lluvia de fuego" que el vulgo nos
habla en sus viejas consejas. La
acci�n de la velocidad terrestre
transforma las grandes masas me-
t�licas de astros, en Infinitos frag-
mentos microsc�picos de hierro que
a veces flotan sobre nuestras cabe-
zas en forma de "nubes met�licas"
que cambian el ciclo el�ctrico de',
aire. Asi se originan las emigracio-
nes misteriosas de animales (como
la realizada* por el rengifo de la
Siberia) o la de ciertos p�jaros o
insectos que son considerados en
la agricultura cual pestes maldi-
Vl�l
��*.�
tlsmo, se encontraba completamen-, tas y en realidad, son colonias In-
te desolada con destrucci�n com-1 ofensivas de "animales sensitivos"
p�ete de toda vida animal y vege- j tiue se mueven huyendo de la ac-
ta 1. Parte de la zona geogr�fica en i non de nubes, met�licas electrlfl-
los Estados Unidos, tambi�n es con-1 radas que nosotros con nuestros
secuencia de uno de estos "balazos" sentidos torpes, no podemos apre-
c�smlcos. Los profesores de la'ciar...
"Southern Methodlat Unlvers�ty" j Sigue el Cosmos revelando sus
comunicaron a la Saciedad Ameri- � bellezas: "Epsilon Auriga" es una
Cana para al Avance de laa Cien- estrella gigante �tres mil veces
cias. la primavera pasada, que la � m�s que nuestro sol� descubierta
conformaci�n geol�gica del Estado i hace unos 30 aflos. Para loa estu-
do Tennoattt situado en el Sur de' diantes de Astronom�a era Uno dt
Norte Am�rica, ai ti resultado de' los numerosos "Klds" que est�n cer-
un martillazo geol�gico producid" ca de la "Capella", "Epsilon Aurl-
por un "planetoide" que visit� Am�- �a" hoy se la ha estudiado con m�a
rica muchos siglos antes que Co- detalle y resulta ser "la estrella
Ion. Tennessee pues, es una cica- m�s grande observada por la cien-
tris o m�a bien al resultado dt una � c�a". �
(De nuestro corresponsal)
"Yo preferirla una hija. Benno
desea un hombrecito, y yo s� muy
bien lo que le sgradaria a mi pue-
blo. Pero ahora, ambos, deseamos
sean mellizos, y mi doctor conside-
ra que hay muchas posibilidades
para que asi suceda..."
Asi terminaba la carta firmada por
Juliana y que su destlnatarla, Mrs.
Roell de Hllversum. lela nerviosa-
mente a su marido el har�n de
Roell, primer ayudante del Pr�nci-
pe Bernardo.
Durante m�s de un mes los 8,500,
000 de holandeses discut�an su pre-
ferencia acerca de si serla mejor
hombre o mujer el futuro "bebe"
La preocupaci�n p�blica lleg� a su
auge cuando el Dr. de Groo't. m�di-
co de la familia real dej� entrever
la posibilidad del inusitado naci-
miento de "un par de robustos me-
llizos" que habr�an puesto a prue-
ba las reglas de sucesi�n al trono.
No se guarda memoria de que aque-
llo le haya sucedido a ninguna de
las antiguas ni actuales casas rei-
nantes de Europa y una de las m�l-
tiples leyendas sobre el famoso "En-
mascarado" presunto hermano de
Luis XIV tiene su origen en que
Ana de Austria habr�a dado a luz
dos hijos, uno de los cuales fu�
sustra�do por Richelieu para evitarle
a la Francia reci�n unificada las
contingencias de una doble y legi-
tima linea de sucesi�n..."
La Historia de la Casa de Oran-
ge se confunde con el nacimiento
de la soberan�a e Independencia de
Hoyanda, cuando el pcqueAo pa�s
"alfombrado de tulipas" se le ocu-
rri� liberarse de la Corona de Es-
pana. Fueron los Orange y los Na-
ssau los que, vengaron la rendici�n
de Breda e hicieron obs urecer por
primera vez el sol en los dominios
del Rey castellano. El "interregno
napole�nico" agrand� m�s el pres-
tigio de los sucesores de Guillermo
el Silencioso cuyo lema fu� "gober-
nar para no hablar".
A las 9:17 de la ma�ana del 31
de enero los ca�ones emplazados
en las cercan�as del Palacio de
Soestdijk empezaron disparar una...
tres.... quince__ cincuenta y una
salvas; las radios, el tel�grafo, te-
l�fono y bocinas iban anunciando
la cuenta no s�lo en las ciudades y
sldeas, sino tambi�n hasta el m�s
apartado rinc�n del Imperio Colo-
nial. Se esper� vanamente el otro
disparo. Pero no era el raso de Pa-
r�s cuando esa "mecha h�meda" hi-
zo creer por un Instante a los des-
ilusionados parisienses que habla
nacido una aguilita en vez de un
aguilucho.
Una ni�a de casi ocho libras ter-
minaba con la dulce esperanza del
Principe consorte que cerca de un \
mes "habla orado Junto con au pue-
blo por que naciera un principe y
un futuro rey..." Sin embargo to
do el pa�s enton� "WUhelmus van
Nassauwen", el solemne himno na-
cional de la antigua Holanda y. su
casa real; grandes manifestar io.ne.
de alegr�a se organizaron en Ama-
terdam, La Haya y Rotterdam, las
calles empedradas volvieron a aen-
tlr los taconea de madera de miles
de parejas que bailaron la ronda
amorosa de los molinos y por los
ranales adornados con guirnaldas
de luces desfilaron las viejas g�n-
dolas flamencas con quillas de n�-
car, mientras sus remeros, como
los trovadores, de la Edad Media
volv�an a entonar la antigua can- �
clon "En Arnheim el amor nos ha i
dado una princesita..'.."
Beatriz Guillermina Armgaard,
Princesa de Orange Nassau, du-
quesa de Meklemburg, Princesa de
Kippe-Blesterfeld, como en el cuen-
lo da hadas es una ni�a de ojos azu-
le�, cabello rubio y mirar de cielo.
Como su madre Juliana Luisa Em-
ma Mar�a Guillermina y su abuela �
Guillermina Elena Paulina, Maria
naci� el �ltimo dia del mes y a me-
nos que no tenga un "hermanlto" ,
ser� la tercera Reina que desde el
23 de noviembre de 1890 gobierna a
Holanda.
Guillermo III que inici� su reina-
do el 17 de marzo de 1849 y que !
p*iOl� sus dos hijos varones "de su; de 1M libras mensuales, la renta
primer matrimonio con Sofia de
Wutemberg. fu� el �ltimo Rey de
los Pa�ses Bajoa. En segundas nup-
cias se cas� con Emma dt Waldedk-
Pyrmont de la que s�lo tuvo jTha
hila que es la actual Reina Guiller-
mina, j '
Diez d�as antes del nacimiento los
tranquilos campesinos de Holanda
divisaron en el cielo eWrellado
una especie de cometa, .J�vrla de
luz. Una vieja leyenda explica el
luminoso acontecimiento en relaci�n
con alg�n feliz suceso nacional; "el
mismo astro desprendido" se habla
visto cuando el Principe de'Orange
fu� proclamado soberano de loa, Es-
tados Unidos Holandeses el .8- dt
diciembre de 1815. tambi�n csjanio
Guillermo abdic� en 1884 en, favor
de su hijo Guillermo II �qua dict�
la nueva constituci�n de 384�.
Por tradici�n la real familia de
Guillermina ha sido muy severa
en sus costumbres y s�lo su amor
maternal aceptaba a rega�adien-
tes las Innovaciones modernistas
que en los h�bitos de su adorada
Juliana realiz� su joven yerno.
Acept� no sin protestas que su hi-
ja bajara 28 libras de peso, se pei-
nara y vistiera con especialistas pa-
risinos, pero cuando se trat� *del
futuro "baby" prohibi� terminante-
mente a Juliana, durante el �ltimo
mes del embarazo, se depilara las
cejas y usara cosm�ticos.
La democr�tica reina due todas
las tardes salla en su bicicleta a
recorrer los caminos vecinales,del
Palacio blanco de Soestdjlk, filaba
visiblemente nerviosa. A ella no le
Importaba que fuera hombre o mu-
jer; lo que le interesaba era que
el ni�o naciera sano y ?robusto.
�Cu�nto pesa? fu� su primera pre-
gunta al doctor Crook cuando llo-
rando de alegr�a abrazaba a su yer-
no. �Ocho libras! ;Ocho litaras,! no
so cansaba de repetir esta reina que.
por su vida sencilla y democr�tica
m�s bien parece la primera se�ora
de Holanda.
Por el nacimiento de Beatriz la
rema anual de 22,000 libras ester-
linas de Juliana y del Prlnclnl-fcon-
sorte ha sido doblada y ���� �"p
su matrimonio la princesa eiruati- �
vn daba 20,000 de las 22,000 �lffon-
do de los desocupados. La joven pa-
reja sigui� viviendo ecoa�flricamcn-
te hasta que sus deberes'.paterna-
les los han conducido *el'�Palacio
de Soestdjik. Durante �r primer
tiempo se hablan alojado en una
villa burguesa de la vecindad de
La Haya donde no gastaba*,mas ,
------------------�-----------�---
de cualquier mediano comerciante
holand�s; los dos primeros meses
no tuvieron mayordomo que tuvie-
ron que pmar lucjo, pero los suce-
di� muy a menudo que las visitas
se iban poique no habla quien les
abriera la puerta. Ahora sus nue-
vas obligaciones palaciegas lo Impo-
nen mayores gastos. Junto con
Beatriz han llegado dos nurses, un
cocinero y su ayudante, dos llave-
ras, tres camareras y dos lacayos.
La �ltima semana de enero el
retrato de Ana Ncagle y Ant�n
Walbrok quienes representaron loa
roles de Reina Victoria y de Prin-
cipe Consorte en la pel�cula "Vic-
toria la Grande" llegaron con de-
dicatorias a la antec�mara de Ju-
liana, que ahora con su amado es-
poco el Pr�ncipe Bernhard von Li-
ppc-Biesterfeld est�n reviviendo ese
poema de amor que encarnara la
real pareja de Balmoral.
HOY DOMINGO
dt 12:45 o 1:00 P. M.
por la estaci�n WKAQ
en el programa oficiado por
la distinguida especialista en
belleza
�&r
la Srta. Panchita Panxardi
hablar� sobre las impresio-
nes de su viaje por Alemania.
maniobra mec�nica qut se la puede
considerar como "maniobra de ci-
rug�a pl�stica sobre lt corteza te-
rrestre..."
Por suerte, nuestra atm�sfera y
la velocidad de la Tierra en au tra-
yectoria a trav�s de lea espacios,
evitan la presencia de estas cat�s-
trofes. Caminamos a una velocidad
dt unas 2,000 millas por segundo.
La tierra envuelta en tus capea at-
mosf�ricas constituye una especie
do triturador mec�nico qut con-
vlertt tn "harina c�smica" los mt-
teorot planetoides que oaan acer-
carte a nutstros dominios, Dt esta
El dia 13 de enero el doctor Otto
Struve del "Yarkeea Observatory"
en la Universidad de Chicago, "ha
hecho p�blico unos trabajos qut
deacubren nuevos detalles sobre
"Epsilon Auriga". Tal estrella es
de tipo "binarlo" es decir, que est�
formada por dos astros (algo asi
como doa gemelos astron�micos)
uno m�s grande que ti otro. El
mayor tiene un di�metro dt dea mil
millones de < milita con temperatu-
ra! moderadas que no exceden a
1,000 grados cent�grados. Palabras
del doctor Struve manifiestan que
(Contin�a en la p�gina �� Col. 1)
A.
�Est� enfermo?
V NO CUENTA CON SUFI-
CIENTES RECURSOS?
En el
CONSULTORIO ANEXO
del Dr. Francesen! Caballero
aera usted atendido por
especialistas.
BoBorartoe: Trae Dolarte�
Tobacco Pataca - Tetu�n 60,
San Juan.
Miss Alleen Faye
Consultante de belleza y experta demostrador*
enviada especialmente a Puerto Rico por Madame
HELENA RI�JINST�IN, par* ofrecer seis
semanas de consultas y demostraciones, iniciar�
sus actividades el pr�ximo lunes, dia 14 de febrero,
�n
-&
//
Farmacia Anglade"
de Enrique J. Anglade
OUAYAMA
� <
11
�"1
I

i


University of Florida Home Page
© 2004 - 2011 University of Florida George A. Smathers Libraries.
All rights reserved.

Acceptable Use, Copyright, and Disclaimer Statement
Last updated May 24, 2011 - Version 3.0.0 - mvs