Citation
Ordenanzas de aduanas arregladas con todas las disposiciones que se han dictado desde su promulgación en 1901 hasta la fecha

Material Information

Title:
Ordenanzas de aduanas arregladas con todas las disposiciones que se han dictado desde su promulgación en 1901 hasta la fecha
Creator:
Cuba
Place of Publication:
Habana
Publisher:
Rambla y Bouza
Copyright Date:
c 1906.
Language:
Spanish
Physical Description:
1 online resource (184 pages) : ;

Subjects

Subjects / Keywords:
Customs administration -- Law and legislation -- Cuba ( lcsh )
Tariff -- Law and legislation -- Cuba ( lcsh )
Customs administration -- Law and legislation ( fast )
Tariff -- Law and legislation ( fast )
Cuba ( fast )
Aduanas– Derecho y legislación ( qlsp )
Aduanas - Aranceles - Legislación ( bidex )
Temporal Coverage:
US tutelage ( 1902 - 1958 )
Tutela de los Estado Unidos ( 1902 - 1958 )
Spatial Coverage:
Cuba

Notes

System Details:
System requirements: Internet connectivity; Web browser software.
General Note:
At head of title: República de Cuba.
General Note:
Includes index.

Record Information

Source Institution:
University of Florida
Holding Location:
UF Law School Library
Rights Management:
This item is presumed to be in the public domain. The University of Florida George A. Smathers Libraries respect the intellectual property rights of others and do not claim any copyright interest in this item. Users of this work have responsibility for determining copyright status prior to reusing, publishing or reproducing this item for purposes other than what is allowed by fair use or other copyright exemptions. Any reuse of this item in excess of fair use or other copyright exemptions may require permission of the copyright holder. The Smathers Libraries would like to learn more about this item and invite individuals or organizations to contact Digital Services (UFDC@uflib.ufl.edu) with any additional information they can provide.
Resource Identifier:
035612102 ( ALEPH )
1006911468 ( OCLC )
Classification:
KGN4804.31901 .A52 1906 ( lcc )

Full Text
iiZAS GE ADIANM
ARREGLADAS
ODAS LAS DISPOSICION
HAN DICTADO QESDE SU PROMULACIO EN 1901
HIASTA LA FECHA,
POR
FRANCISCO FAURA,
ad Apelacioned Adanas y ex-AdministraJor Delegado Especal de la Advana de la
I:IF
HAEBANA
TA YPPELEIA D~E RAMBLA Y BOUZA OBISONMEROS 33 Y 35
1910




4
w-A
'4 ly -.4".
4j4
' 4 4v
- o I
4w
i lv
-KS
7 ... ,, i -, 44
..... ..$ .,.:- 1 47 7 ). 71....
4- ,N i /: ii % ~i ,.i :: i f ;; 1j/k77 ;
4 71 4 A 7; >/ i
7 1- 4 A I- .:,4 : .: :>; > ::- i 1 1 174i: : 7 4 1 4. 771 ... A .4,147., ,7
--< ... ;- i .. i ? :7 .4 44- / 4 4 4 .... 7 1 7 :.i '" L:
77 44




INDICE
COMPILACION LE(
eia.~ .
16mero 142. Mayo 10, 1902.-Tras de Aduanas, 6 Administrador di acienda.........
nimero 148. Mayo 13 de 1902.ate el Gobierno Interventor . r, nimero 319. Diciembre 15, 1904 celes y demis disposiciones, a qu spaiol .........
Snimero 128. Enero 27 de 1909.ate el Gobierno Provisional Civil nuimero 173. Junior 22 de 19( mnas' ....... ..
del Presidente de los E. U. A. bDi celes y Ordenanzas; atribuciones del Presidente de los E. U. A. 1 tramitai6n de protestas de los 'aci6n de mercancias en las Adi

S10. 1902.




.ero .28 .... ... . .
-Dcimr. 1, 1908.;e rean elai conuar. ( Aert .ndm. 12467
Julio.:8 1992.0 CeaeiOn en l cusolea de as mnedas P e 19. dd Octubre .e 1868. . . 0 .4
(1D90.Cels~ dober la ovAduanale ueaGroa Enem 0 a 2, 1904. Ceyeign de a d an de Baes t . .e
19 1904. Leeargs Araelros.Atelsrardsn
el extranjer. .175. ;.Sp~tembe. 2, 1900. Ceyed de laueo Ad un eciar. . . .n.
(Gero rovisiona)...17 Woviembre. 11 12. Lre qic aran eelari sulal (Ejrito, la' A06rm7,s 8,10 (d ense eme a Rdoseiie d osE)T.A ARO DB 1907.
Julio~ 1 6 90. Aeraian 6n elstrc e galtts de merenonefas, dn PJa Aduania sblns anei sa 9 12. Manfe tde buqes18. Documento que lossus9 190~~~ ~ 28ebe 110. Meracia n exceso n man ifNesadGroas. 2alt 6 ner. 2, 104.Czacio~n de la Aduana. daltane 2vsodel '44~~~ ~ Fer I1. Decargas ernpelros. Arpicndlos apa nes e e buqunepra cirasmranis
AFTO DE 1906.




ORDEBNES GENERALES.
ADMINISTRATORR D LAL AUAAPD A)
(Gobierno Interventor
arzo . 19 1900. Formularo Oficial. Mo ao cadeter gee ral. .d
BOtubre . 28, 1901. Juramntos. lionorais .... .. .
ayo . 2, 1902. Jrameos Hon oario... .
DISPOSIGIONES VARA8
ayo. . .. 1I 1900. Regladento dis ioe e l alta de~~- Puro4 1 1 5,11 13 141
ri ..29, 1902. Regla eno de Quar ees. (O morol122)...r.... ..
uli. .. .. .2, 1903. Conveio do arrendamieto d 48Etsoe Navales y Carbnrs o..7. . 24,1909. Regla par el srvc e T
CIRO A AES.
ADMINISTRATORR DE LAS ADUANAS DE CUBA)
(Gobierno Interventor).
fun.te ARTra. 20
3 Aoto .24, 1899. Defraudacn. Peralids . . .07I~iiebre 7, 1899. Inspetors Especis. Di a A go.t . 19, 1900. 0elomargarina. Re oncimto y iepaho.
5 Di e ...18, 1900.Derehos 01 Reg as par5 su imposi- Marno. . 29, 101.1 nspectoes Eo ae. De ey ( tribuiien.
nio. . 6, 1901. Valorai de cs. . .
Jl Julio. . 9, 1901. Ponalides. Cambo de pridas Enua de raae C rn.ea .7 9860,93
)0 Julio . 12, 1901. Modifiacine .de Jo i uente artil A-i miitradordeola Aduga 1nlgrd di nistrador deolaW Adn deLAS Oub. C 1 12 Julio . .1($, 1901. Valor do 1as pesotas paaesptoa.Gtii eaciun consular . )7 Ado.. 17, 1900. Praquiiasaran elri. CriGto banes de las 155 Dicembre 1 1900.Deeclarneone ae elspr uips
)61 1 .u l i y requitos .
L1Jlo. .31, 1901. Desearga por eror. Buques n aio par 1ltrific do cabotaje .
5 Aosto .10 1901. Franquicias aranclarias . 1
7 Aios. .14, 1901. Vitas. eda cid 6de ar. e
1Spir 4, tu. Porms Jr0a baj faz 106 Sepiemr 127 1901. A-1Dseaga' p o ror. Cosigain debiulos. d
1 Ocubre. 191. Dsraper derror Tr~anorte baj faza.
Efeto de fleil dscompsiin .o Cb 12 13 103 Diciem r .16 1901. Palrot est a 's ests .lt saila.Ckii 01 incnslr9




. . 24. Penalidades. I
pasen del 509
S. 27. Franquicias. M
cito y Guarda
S. 27. Servicios extraoi
su cobro . .
ARO DI
. . 14. Manifiestos. Pen S. 23. Descarga. Falta S. 31. Inspectores espen . ~5. Penalidades. I
aforo y no col
S. 12. Protestas de Cal
ministradores . 14. Protestas. Muel
quisitos . S. 17. Correspondencia.
caciones. .
. . 23. Certificaci6n con . 31. Penalidades. D(
comiso . S. 9. Monedas acufiad

partidas. . 97, antes que han de un i6n de fracciones q e guerra para el Eji
. InstrUeCiones pa

peso

. 5.




nore . ~u. renaliaaa e . . 3. Descarga. e . . 12. Penalidad e . . 13. Exportaci
cares.
e . . 20. Protestas. e . . 26. Facturas.
ci6n co:
ibre . 13. Reconocin bre . 10. Correspon
del pag
bre . 14. Tratado
Factura
bre . 22. Tratado
Factura
bre . 24. Guardacos bre . 29. Facturas.
A
.. 4. Facturas.
tificacid
.. ... 4. Falta de
turas. (
.... 5. Servicios
reros .
....... 14. Tratado
Factur las mer
..... 18. Tratado
Jurame
. . 22. Facturas
consular
.... 23. Tratado
Factura las mer
o . . 8. Tratado
Origen cimients
o . . 12. Correos. o . . 18. Protests.
clamani
o . . 23. Cabotaje.
. . 5. Faeturas. . . 10. Desearga.
S '. 12. Declaraci<
.. 21. Protests.
... 2. Correspon

mto




TV
%o
VWoteintas fhr ervaqe 98
Mayo 5U . . 24. Skill ida fiaiitidia. Bt que like pluticp . 81 159
2ao.. 26. Del raeie Rlaci n de pagos' .ra 0.. 14 9 Mayo .Ari rdet oetls u a de exp icien Pde,Mayo~~~~~b .3,Daonsvra.Vo de la nereancias 0 2
Iao.a ...3 naiade Comissen e p nci . 106 21
Juliao..... 5. Muanidiests. Penalidades .) 724
Jui2.1 .. TrAqtaeo den buqus .s o .~ o .e 2
JuliMao .24.. Sai5 Dascarg a, Buted e "a sob l atc .1 15 162
J2 lio 0. . 6. Deelarseioes. usa duplia os 1 t
arlama.i.n ...... . . ....15
Juliao .... rouct farn i alna iidia r .a .
4 Jlo .~ . De rones eorr esp oden lo en. esd a res . ,on 1, 38 1
tu iyo p
8. s d. 14 1 22 27 ulio .. .rue .ebq 12 .atrs etfiaincnua 22
iembr .. eomargai. deisies a u
OctrJuibr 5. DcArqueo d bes. S upend ae eirtod e-.2
Paq.oen e i 15
Novimbr .1.1Frnqica Ejaeio rArsadeth1U.A 6
ISiciembreJul.o 31. Caor e.s n ida AlanoesPfa tt 3 eta .8 1
2 n to 7. Corresp nita ad d Ener6 ulo .7 :.2. Conro.im tos o de mb re Requstes. posaodeies en n 10 .0 14 221 22
28 ebrerio . . 2 12. FCneimietsut.s embpayque C
buquesi .. . ..r'S
M9 epirzo . 10nrnuc a Mtreuia s de uera supar el E brei
Octubro Gaiaests .5 .r e .e buus ulnesd eio. 22:
A0 Otbr 25. Devoluci6n -do ingresos indebdos . . 14
++++++ ++t r an++++++ ++e r o . . . .. . . . . T S+++ +++ +++ .............. +++++
Ag34 ovi r 1 3 anqifis. Deciei Aran de os me Ein. U. A. 77 622 31 Dieiembre L .orsoneca 23oe. Protesta.Lqidc..1Dpst piov siona.. 24
ASTO DE '1906.
3 a 3 Enero 306. Insoreti e eado . 63Paim4ets p es ae r igen elas
nie r a ci .98 *S
3 ayo ;LO. Deolciinto de ng r indebide as d.e,1 30 Mayzo .....17. Dera i at ei ts de merr pran iss. 17
May .. .. 2.Trtdo con laos tas U s d. Am.ic7.
-352 ..............d ere.ho.. . . r .............. . 98, 1 4
Junio .. .19. Fa tay sci o pias Cetiiactcnslr.9
Septbiemr 25. Deearm a Cr Ific reaados en pueto extrneo -. 24 1
Octube . Fs E. A d de l E. A. 6
38 Diciembre 53. Corespondenudcia Instruc ito pra su esa cho .E 190
Dicier e 30.1. Despoaco'n de bqeso de rii6dens . .. 68: + ++++%++++++++++++++M ++++++ 4-+++ A ,, n o
C) A 1 Q++++++++++++++ ......... ++ +++++++++ A rn++++ i.........




un ..... 3.Cata. Yiglai ea. e Penalidad
Jno .. .. 22. Devoluitrd ingre ssidbio
. lio . . 4. Facturas. Oriinales y iofora
& ~consular... Ma.I .
SSeptiembre . 9. Pro tesas Delaraciones ricips. 39Octubre . . 16. Desearga. Falt de blos
1 Octubre . . 18.eTr con 1 t r
PaquetesP Ptes C in
420 Oubre . . 21. Descarga. al de bultos.\.. ..
45.N oimbre . 13. Desara. Oein de puro el dese nb rqu de merca i.s. .
ARO DB 1908.
3 Eero..... . 76. D arga. Flta 6 eeso desen ul .
ebrerolmene . . j T. 7i
12Febiero . . 1. Aduana Ordne0 iteriore .r ..
17 Febrero . . 8. Seforos. Buqusa r 6de .
20 Febrero . 20. Declaraones Ips
39 ctbr, 6.Decos . .. .at .e .l s .7
21 bro . . 22. Protestas. Sun 21umeragi n .e 25 Marzo.......24.Legisain y jurisp er.Nose a 9
42 Ocubre21. eron al t d rmo, buto. ...72.,
27 Mro..... ..24. Declaraciones. Ede u ercitn p sl combartes . . . . . .
4 Ar .1... 25. Maniestos. Cia al Ierve dlst 1 36 Mayo.... 1 Semaforos. Buques rbeibr dr lene. . .
38 May.o .1....23. Abandon. Co ikos Subas 40 fayo ... 25. Manifesto d buues Reii. hs .
Mayo . . 26. Declaraciones. Pazo paga, stepresecii. . 48 J uno . 2. abotaje. .
61 Agosto . . 17. Delaraiones y uscomro nt .
60 Agosto . 12. Desearga. Faltarultos. Cetificao l Consinat e ari o . .. .
63 Agostzo . .. 21. Desearao. Faits erbhto. Ovti do s de roas
Cosi r .9
64 Agto . 25. ista de pa jeo Modelo oil. Se re . .8. Lista de pasageose Moddo oe 1
48 Septim bre . 10. Cabotaje. odl d
75Otbre . 5 Seriios extrariais aiaddrblin
8 otr . . 16. Deelaraciones y sus coinprobatte ..
89 Octubre. . 2. drtsae oaelaroucde lsela ra.ons.....1. c .. .. .
89 Diimr .st .21I. Desreho de togelae pult et ide s loe navenga an. . . .
64 Enerso .. . 19. LSrvico prs exr ordio Intri ione pa si..
prestae in y cobro . .. .0.
7 Marzo . . .3. Subordnian errqia Iestone 66rco 75 Octubro 5. enacio es 1 ldars. daias no eanadas~ de 1
la Atoridad dlram .
8 Marzo ..3 Protesta contra alances. Intrions
14 Abril 0 Correspondeni.Coa dedocuets
1 Abri 14. Proestas r reparos.
183 Acbr.. 23. Trasbord. De buqes de raveuian en buqs 'dea
b2 abotae.




. 1 1905. fodelos oficiales. Rendici6n do
cuentas . ..
(SECRETARIA DE ESTADO)
. 6, 1903. Modelo deo certificaci6n de fac turas .29, 1906. Legalizacion de copias de facturas. 11, 1908. Facturas menores de $50. Tratado
cidad con los Estados Unidos,
Diligencia consular de origen d cancias ........... .
(DEPARTAMENTO DE SANIDAD).
9 103 -Visito 4 Inh A A rin ld lI




Pesadores . .,...&.
IV. Fianza de los funcionarios de Aduanas. . . . .
V. Vigilancia de Aduanas......... ....... .
VI. Importaci6n . . .. . . . .... .
Secci6n 1
Disposieiones Generales . .. .. .. .
Suministros al Ejirecito, la Armada y Sanidad Maritima. . .
Secci6n 24
Capitanes de buques y sus manifiestos. .. .........
Secci6n 3'
Consignatarios .......... ...........
VII. Entrada de mereancias ....... ..... . .....
VIII. Desearga de mercancias..............
IX. Aforo de mercancias.. . . . . . ..
X. Equipajes . . . . . .
Correos.. . . . . .. . . . .....
XI. Exportaci6n...... ..............
XII. Trinsitos y trasbordos. .'.. . . .
XIII. Abandono de mercancias.... ...........
XIV. Arribada .forzosa de buques ......................
XV. Naufragios.............. ... ......
Mercanclas abandonadas en el mar ...........
XVI. Cabotaje . . . ... . . . . . .... .
XVII. Averias ..... .. ... .. . .. .....
Efectos dejados de embarcar ............. . .
XVIII. Tonelaje y Mejoras de Puertos . . . . .
XIX. Comercio de Cabotaje. .. .... . . ... .. .
XX. Comercio de Cabotaje .............. . .......
XXI. Trifico interior .. ... . .... . ..."...
XXII. Almacenes......... ......................
Reglas especiales para el almacenaje de mereanias importadas
y sus transportes bajo fianza .....................
Almacenes de 1 clase .. .. . . . .. . .
24
. ,, 9 ,, ... . . . . . . ..
3
Solicitudes para establecer almacenes afianzados. . . ..
Disposiciones generales..................
Transporte bajo fianza . .. .. ... ..
Extracciones consumo..... . . . . . . .
,, para la exportaci6n ..................
XXIII. Penalidades y derechos adicionales......... XXIV. Servicio de Transportes del Ej6reito de los Estados Unidos. XXV. Protestas . . . .... . .... .. . . ..
XXVI. Guardaeostas .......... .. .... .... . ..
XXVII. Distritos de Aduanas ...........................
Indice Alfabetico ...................




IR Zi
r T Ali! ITT',
w4 1 0 sly, Ilk,
Plo




SECRETARIA DE HACIENDA
DECRETO N 793.
Por cuanto: la atenci6n de los inte imnportadores, sujetos a perjuicio si no< la justificaci6n sobre la falta de bultos tados al despacho o sobre perdida total el contenido de los presentados, ocurrida cosa con anterioridad al _treinta de at novecientos veintiuno y siempre que las hubieran sido importadas con posteriori de septiembre de mil novecientos diez Y dujo la reglamentaci6n contenida por el mero trescientos ochenta y uno de mil veintitris.
Por cuanto: las disposiciones que referido Decreto deben entenderse con traordinario y transitorio relativamente sobre liquidaei6n de dep6sito constituic al articulo ciento setenta y dos de las denanzas de Aduanas, figurada en la O ra de cinco de abril de mil novecientos
Por cuanto: al repetido Decreto h derse la eficacia de mntener durante oportunidad para la expresada justifice mente, esto es: sin otra trascendencia




euanto a las prcepeiones contenias en los artculos cientp setenta y dos, Oento setenta y tres ciento setenta y cuatro de las Ordenanzas de Aduanas y al relaionado de la Orden primera de mil Iovei entos siete; y asi, manteerlo, decursado con exceso el tiempo en que los interesados pudieron habor acroditado 1s hechos, y con suspension de los efectos fiscales derivantes de aquellos articulos, es inconveniente a la Administracion Pxblica.
or tanto: en us do las facultads que me conceden la Coustituci6n y las Leyes de la Rep"blica y a propuesta del Secretario de Hacienda.
RESUELVO:
Primero: Derogar el Decreto ndmero tressientes oehenta y uno de veintijoho de febrero do mil novecientos veintitreS.
Segundo: Que per Jas Administraeiones de
Aduanas, se proceda en el tr mino de a mes, desde la feea de la promul i t rtoa
canceler lo dep6sitos constituidos conform a la disposin- dl articulo ciento setenta y dos de las vigoentes Ordenanzas de Aduanas, antes de treinta de Julio de mil noveeientos veintidos en relacion con mercancias importadas con posterioridad al mes de septicabre de mil noveeientos dies y oeho y cuan do la falta del bulto a de su contended haya neurrido antes de treinta de abril de mil noveeientos veintiuno; ya ingresarlos en fire.
Terceto: El Se-cretario de Hacienda, queda, enrcargado del cumpli into de este Decreto mediante Ias dposeinenceris
DoonIe aai ebPeieea nl




Habai, a quince de mayo de mil novecientos veintiocho.
GERARDO MACHADO President.
Santiago utairrez de Celis, S*eretario de Hacienda.
(Gaceta, mayo 24, 1928.)







SECRETARIA DE HACIENDA
DECRETo N? 1,540.
Por cuanto: esta Presidencia, en el diseurso pDronunciado en 23 de junio de 1,9126 en el Hotel' Venus", en SantI ago de Cuba, aproveho6 la oportunidad para destacar los inmensos beneficios que podrian derivarse para la Repuiblica del aprovecahmiento de la posici6n geogrbfica ventajosa de sus piuertos, especialmente el de la Habana. "Ocupa nuestro pals-se decia en ese discurso-el centro geografico ide la producci6n mni6s grande de petr6ieo del mundo eintero, Texas, ,lMxico, ColAomiia y Venezuela tienen por centro de convergencia nuestro pais con sus grandes y seguros puertos. iNi l as propii naciones o-taidas gozan para el aprovechamniento del combustible ,que produce, de las mismas ventajas que Cuba. Para eimplearlo en los paises de produeci6n, tienen que utilizatrse las vias terrestres, costosas y largas; las necesarias para aprovecharlo en Cuba son las maritimas. Un vapor puede cargar en el rio Pnuco, en Ta mpico, directamente de los pozos de petr6leo y desembarcar su carganento en los inmeinsos estanques de hierro que, como una coronas rodean, ya el Puerto de la Habana, y que podrian rodear mariana a Santiago, Antilla, Cienfuegos y cualq-uier otro centro de aetividad industrial en. nuestro pais".




UDsol

ia cecla: "

110
ado

ulial




en Alemania, escondidas < sabido y podido saear les geogrficeas, como Constani cia, novaoa y otras eiuda( Bible que Cuba, duefila de s lograr qu e la Habana, San tinamo y otros tantos pmu los beneficios que les-ha m dedo de ]a Providencia. serlo niny pronto, los cent tercambio de las mercane: res de irradcliaci6n de los p ses, a la par que los fabri mercaneias. Los almacenes segin los mt&odos mis ad naciones comerciales, las den transformarse las mate portadas en las mejores co posible, deben sex ocupaci afanes comuines; punto de tras m~s tenaces iniciativa
Poer cuanto: ese deseo grar que los Puertos de la fuegos, Guantanamo y otr a que tienen derecho poi geogrfiea, fu tenid en < sidencial nfimero 449 de 2 puesto por la :Secretaria Comisi6n de Defensa Ec sefial6 iun vasto plan deo nuestro pais, al indicarse to "Por cuanto" que eni Comisi6n habria de estudi de sefialarse eli dE procurar to de los principales puert los d la Habana y Santia




r reembarcadas hacia puerCentro y Sur America, fala v.da de las empresas y fomento de la LMarina Naretaria de Hacienda inspie vista de este Ejecutivo y ispuesto en el referido Dero 449 de 29 de marzo de 13 de julio de 198, crean?uertos y Marina elreante special iente, el auge y desineipales puertos de la Reonas francs en los mismos ina Aereante, por ser prouna preferente e inmediata




esos trasbordos se realizan, segfin se ha informdo a la Seeretari a de Hacienda por la de 'Estado, en otros puertos de importance del continente americano, como New York y New Orleans, con perjuieio de los interests de las empresas y obreros maritimos de Cuba, que dejan de pereibir los beneficios y las .tilidadee que el trasbordo de usrcancias forzo;samente prodiuciria en el puerto de la Habana.
Por cuanto: existe un dato estadistico, segiin el cual mientras ha disminuido de manera ostensible la entrada de buques, en el puerto de la Habana, en cambio ha aumentado esa entrada de buques procedentes de Europa y de otros puertos del Cont'nente americano en los puertos de New York y New Orleans, en donde las leyes amerieanas no restringen de modo absoluto como sucede entre Inosotrocs, el trashordo de anercancfas, lo que permite que grades Compafifas de Vapores leeven mercancias de Europa y puertos de America a New York New Orleans. para ser a su vez trasbordadas de estos puertos a los puertos e liestino final de dichas meTcancias.
Por cuanto: este Ejecutivo tiene noticias de que muchas mercancias provenientes de Europa y de Sur ,Amriea, que pudieran ser trasbordaidlas en la Habana, no son enviadas a este puerto, sino a otros puertos en donde el trasbordo-es permitido, para de aqui ster enviadas a su destino final; siendo de observar, por ejemplo, que mudhos de los prboductos que COhile envia a Santo Domingo y a otros paises de Amrica, en vapores que hacen escala en la Habana, no pueden hacer el trasbordo en este puerto y tiene que haeerse en el de New York.
Por cuanto: en estas condiciones y de aeuerdo con el programa de este Ejecutivo, y velando por la necesidad de levantar la importancia del puerto de la Habana, es procedente dejar sin efecto todas a quellas resoluciones que impidan u obstaculicen el




trabordo de mereancias en el puerto principal de Cuba, o ease el de la Uabana y en los dems puerto sin peruicio de dictar aq uelfas otra medidas
lemen tarias, a fin de asegrar dbidamente los
iteree del Fisco contra toda pesile defraudaci6en.
Por euani-to: ]a Secretaria de Hacienda, por su
ircular ilnero 15 de 24 de unio de 1925, di, opuo 1a aprobaci n de la O i r I nuimero 124 de la Adeuana de la Hab ana, y que se procedi ra, en su conse cuencia, en todas las Aduanas d la Repiiblica al exact cumplimie to de los articulos 154 156 d la Ordnanzas, con todas las dis iciones con ord te en cuanto a tra nsito y traodode mereanci a,; y que unicamente e permitiera la desearga de las mias para rexportaci6n, cn do se cumipla con todas las disposiiones de la repetitdas Ord0 S que reulan la i portaien a depitoercant/1
Por uanto: la Orden n re 124 d la Aduana de la Hambana, entree sus fundamentos para ser dietada, estableei el de que en los ilitimos aios se ha venido utilizando el puerto de la Habana, como punt d trnsit pa ra bebidas alcoh 6icas hbindose legado a conceiento de la Auana que en miltiples occasions la alAda merni mnianifetada de transito, Jegalmete docurnentada con de tio a otrcs pa.is, se hla 1-itentado y a. vee-s logrado in troducirlas en los Estrados U nid con inf raeciones de sus Leves; todo 10 cual mdenuestra e error en que descansa disha Orden numero 124, Pluesto el he e que en algunos; casos ai slados se haya trataldo de violrla l yes, no debe servir de fundamento para angular radicalmente el movimiento de trasbordo del puerto de la Iabana, ya que en to o la dinstracina pued y debe
tn<0 l ier e pecpt de la+ Ley qu lo eastiga,
iano ksoar intereses legitimos v fundamentales{del
4~ ($++ + +++ ..... ...." + +
+++ : :+ / +' ++:+ : :+ + + + ++ + + +++: + + .. .: + :+ + +K
::: ... ... :: : + ... :::: + ++ | :
+ ;+ + +L+ +/ : +++ + . ++ <+ . +++ +% b+ ++ +++:+++:+ ,++++++++::+ + + + ...+ + ,, ++ + :+ : .. + + + +




comercio cubano, y por tanto, de nacional.
Por cuanto: las medidas que implantaei6n de los procedimient Orden nimero 124 de la Aduana fueron otros, segtin puede verse 1 ran deseargadas las mereancias< lando debidamente la de trasbord que caen bajo la mspecei6nde la de Impuestos del Empr&stito, espi bidas alcoh6licas, que en cantidadi depositadas en los muelles y almao to y reexportadas despubs al exte bliea.
Por cuanto: la propia Seeret. tube de 1,26, y con minotivo de qu eabo embarques de licores que pud la legislaei6n de los Estados Unid en a tene'6n a lo dispuesto en el ar tado concertado en 11 de marzo d tim6 conveniente la publieaein di mero 30, contentiva de las'instru a las Aduanas, al amparo del arti denanzas, para que fueran minntei Tratados referentes al trifico mer
Por cuanto: se ha llegado al que las anteriores imedidas, cumpli prop6s'tos con que fueron dietad ]a normalidad en cuanto al trinsii lieores se refiere,' euyas operacionE su exeesiva permanencia en muelles ron lugar a 1a referida Orden ncin Jar nfimrnero 15 antes citada; pero cionado el problema que surgia & trieei6n que de llas se derivaban las mereancias de trifico regular apreciable legaban constantements ITabana, porque debido aIsu stna<




y facilidades al c6-

la feeha en que se dieneionadas dispoeiciones, dtudes de consignatarios ico, regular y permanenital, que gestionaban la tales disposieiones, aleonocidas de impejdmenrjuicios que se irrogaban y almacenes, duefios de brero s establecidos en el nianipulaban los carga-

trifico

mentos a su llegacda y s
Po cuanto: es tam didas de que se trata, a] zada los preceptos ide los Ordenanzas de Aduanas, nes al exterior por par buques, en el sentido d( blecidas en la Reptiblica trasbordos, no hacian via que por tanto, flueran ciag sobr las euales 'no minaei6n en euanto a st
Por cuanto: seguin ) han recibido en ]a Secr das por la Admnistraci( bana, peticiones de la ( lReplblica de Cnba; Cti y diversos consignatarios erbdito establcidcs de

las

las mela reali6 de la> strueioarios de ies estansito's y liones, y




internacional, previsto en nuestras Lees y de mutuo constante auxilio por todos los paises idel mundo mereantil.
Por euanto: sustanciado en la Seeretaria de Haeienda el correspondente expediente para dejar sin efeeto la Orden nfimero 124 de 1925 de la Aduana de la Habana, y Circular nfimero 15 de 24 de junio de 19125 de la Secretaria de Hacienid'a, informaron tanto el Administrador de la Aduana de la Habana como la Seeci6n de Aduanas de la Seeretaria de Hacienda, en el sentido favorable.
Por tanto: en uso de las facuttades qteme confieren la Constituci6n de la Repuiblica y leyes vigentes, y a propuesta del Secretario de Hacienda.
RESUELVO
IPri.mero: Dejar sin efecto la Circular n mere 15 de la Seeretaria de Hacienda de feeha 24 de junio de 1925, y como consecuencia Ia Orden nfumero 124 de la Aduana de Ia Habana, de fecha nueve del propio mes.
Segundo: En lo sucesivo, las mercancias que se embarquen con destino al Puerto de la Habana, en condiciones de tr6insito, o para ser trasbordadas, seran consignadas asi en los VIanifiestos respectivos del buque conductor, con todas las demia formalidades que las Ordenanzas requieren para el resto del eargasmento de consignaci6n defin'tiva a dicho puerto, etyos Manifiestos seran entregados a la liegada del buque en Ia forma dispuesta, bien entendido que las que aparezean en trinsito, no podrin ser deseargadas, sino mediante autorizaei6n al efeeto, quedando en condiciones anlogas a l as que figuren destinadas para el expresado Puerto de la Habana, en 1o referente a eustodia y vigilancia.
Las mereancias que vengan manifestadas en trinsito y sean deseargadas, mediante autorizaci6n




mo
aido, ie- el




ello relevado el Giobierno Cuban( ci6n que pudiera interponerse remote.
La A fuana se reserva el dei tir la desearga de mereancias 6i ei6n, y ds procecer al arrojo, pr la Sanidad, de aquellas ,que despi por su naturaleza, acci6n del t otra casa pudieran Ilegar a des( tener un foco de infecdi6n, dafi otras mercancias que esten depose nave o almacdn.
Quinto: Las mercaneias desca permanecerfin bajo Ia rigurosa cui do, y los gastos todos de deseax cenaije y servicio extraordinario, cesarios, serin por cuenta de los bulque, relacionado con el trasbc de las m'smas, mientras aquella dare debidamente cumplida, con pairrafo final del articulo 118 de
ISexto: Dado caso de que las dentes de puertos extranjeros vi de trinsito para otros puertos, Cuba, y el barco 'que las conduce je at lugar a que aqutllas vaan los consignatarios del buque soli trador de la Aduana, la autori2 barque de esas mercancias en el lugar de sui destino saliere; pero deberin justificarse las causes del viaje, a satisfaccio'n.
Septimo: La Administraci6n ber' cobrar el impuesto por conet Puerto a que se contrae el article denanzas, tal como qued6 modifi de 14 de noviembre de 1911 y 24 sobre cada, tonelada de inercanci




n en chaquidaci6n to que se consigna-

on earacter o ipor cu 3iendo uso ulo 15 de c eficio de Ia 1o: Este D id6n en la

a de )s caL carilesa infianti, cu 10 Liculo 1o no eidas, mer { ana su t .




SECRETARIA DE HACIENDA
DECRETO N? 578.
Por cuanto: por el parrafo octavo de to nimero 1540, de 12 de septiembre de autoriz6 a la Administraci6n de la Aduan te puerto para exigir, en los casos en qu< yor garantia de a rent a a su cargo asi riera, la rectificaci6n de los manifiestos de quest que condujeran mercancias en trans: trasbordo y la aplicaci6n de las formalidad inmediata exportaci6n, previa la corresp fianza, de conformidad con lo prevenido e ticulo 201 de las Ordenanzas, O en metalico, do no se tratare de buques de lineas regu tablecidas, de trifico miereantil conocido, clase de mereancias, onl earacter permane vencia y antecedenites o por cualquiiera c sa, que a su juicio, haciendo uso de las fa que .le otorga el articulo 15 -de dieha Ley, siderara prudente en beneficio de las r( Aduanas.
Por cuanto: por los prrafos segundo ro del Decreto nuimero 1568, de 14 de se de 1928, se exigen 1as garantias de diez ($0. 10) y veinte centavos ($0.20) por cad, fracei6n de litro para today exportaci6n d( dientes, alcohols y licores fabricados en e para los de proeedeneia extranjera que se




daren y odos Ios uA furen embarcados para praises extran-ers en bliques que no fueran de vapor de line conoeida: con iierario fijo o en buques que no fueran de los de ruta fija con rario conoeido.
Por cuaito: ios prop6sitos que inspiraron eL Decreto nfmbro 1540 fueron los de dar facilidades atiicomr til y auge al puerto de esta Capital gire por su posici6n geor fica debe y puede ser el centre de toda case de comercio liPor cuant sto centa-do, no resulta procednte qlue se siga exigiendo flanza para los easos de mbarq de mercanis que 11egien a Cuba de
trasbordo o en trinsito para passes extranjeros, toda vez qiue las que se reciben para ser tra b-, dadas a otros pnertos nacionales se fondue n a su destino en la forma ue autoriz6 el Decreto mimero 1,13, de 25 le enere de 1909, que indict oa flanza que procedia cotiur con pr ps ito
Por cuanto: ael artcula 201 de 1as Ordenanzs e Aduanas se contrae solamente alas fianzas que dben exigirse por merinc is que se transpoiten entre puertos nacionales.
Por euanto: es proedente y de acuerdo on lo ispuesto en el Deereto 'iumero 1568, de 14 de seped conti ne exig enco las garantIas que en 61 se establecen para los embarques de aloioles, lieores i aguardientes que son conducis at tino e g que no sean de vaper do
linea conoeida con itinerario fo, o por emlaa ue no fueran de 1as de ruta fia con i rario eanoeidlo.
Por eianto: dado uenta en Consejo d er
1.taric et este Ieereto se aord6
quo solameilee debe apliogrse e1 apartado oetavo del mhado em e iiero 1.54(? de 12 de septiemibre




neia de

nio ha de condue jero de su destir da exigir Ia gari defense de los in
Por cuanto: se han venido 1 aclare el alcance de septiembre de
Por tanto: h me eonfieren las

la el

Ra

tanto de se

el sentido es exigible 'to de esta

mercancias de

Segundo: Que tan o alcohols de pro de procedeneia ex ra puertos extranje vapor de linea cone reaciones que no fu nerario conocido, se

to por duecei6r

1568, de

tes los




eses del Fs'co en aquettos juicio, existan indicios ralueel buque conductor de ago de dereehos de imporar su dsearga en el puer:io de Haeienda, queda en:o de este Decreto, que emfeeha de su publicaci6n en
Sde la Presidencia, en ila del mes de abril de mil no-




OR.-DE.NANZAS







ADVERTENCIAS
La edici6n oficial en el idioma ingles de estas Ordenanzas se public la "Gaceta de Ia Habana" del 8 de Julio de 1901, por la Orden Civil inero 173.
La traducci6n al espafiol, en el mismo peri6dico, el dia 19 de Ag del citado afio.
Ahora se reimprime dicha Ley, con sus modificaciones, 6 internal en los lugares correspondientes de su texto, iel extracto de todas las disj ciones que con 61 se relacionan y que han sido dictadas con posterioridi su promulgaci6n.
Como no nos toca hacer en su letra ninguna enmienda, la reproduci integramente, salvando cualquier error fi omisi6n de iimportancia que h mos podido advertir, por medio de Notas despu6s del Articulo de qu rate.
Aquellos preceptos que hemos creido ya sin efectividad, por el c bio de Gobierno al constituirse la Repfiblica de Cuba, los insertamos bastardilla, con objeto de .Ilamar Ia atenei6n oportunamente; 6 igual cedimiento seguimos con los que han sido ya derogados 6 modificados presamente.
Los que deseen una completa informaci6n en cada caso, pueden quirir 16s volimenes de Circulares dictadas por la Secretaria de Hac da desde el 20 de Mayo en adelante, que hemos editado y quie estin venta en esta casa.
Seguidamente facilitamos un Indice de todas las Leyes, Reglar tos, Ordenes Civiles 6 Generales, Deeretos, Circulares, ete. etc., col lados y concordados con .el texto de estas Ordenanzas para facilita] busca entre el Articulado donde estin distribuidas esas disposiciones gin el orden de materias de que tratan.




OMEN INES




LEGISLACION DE ADUANAS
ORDEN NUMERO 142
CUARTEL GENERAL, DEPARTAMENTO DE CUBA.
Habana, 10 de Mayo de 1902.
Leonard Wood,' Gobernador Militar de Cuba, en virtud de las facultades de que me hallo investido, he tenido a bien disponer la publicacin de la siguiente orden:
L Desde eli dia 19 de Mayo de 1902 inclusive, la autoridad juris dicional del servicio de Aduanas de Cuba, ineumbird al Secretario d Hacienda, con sujeei6ni las modificaciones que en lo adelante en forma legal se establecieren.
Las funciones que por la piesente pasan a ser de cargo del Secretario de Hacienda, s'e empezaran a ejercer efectivamente cuando el Jefe del Poder Ejecutivo de la Repilblica de Cuba, 6 el Secretario de Hacien da, mediante la aprobaci6n de aquIl, nombre los empleados necesarios para cumplir las disposiciones que a continuaci6n se expresaran. En raz6n de lo expuesto, todas las funciones que hasta ahora fueron de la compe-tencia del Administrador de ]as Aduanas de Cuba, corresponder, i al Secretario de Hacienda, ya directamente, ya por conducto de los funcionarios que designe; y en las actuales Ordenanzas de Aduanas las palabras "Secretario de Hacienda" se entendera que estan estampadas donde quiera que lo0 esten las de' Administrador de las Aduanas de Cuba"
6 as de "Jefe del Servicio de Ad-uanas".
A contar desde eli dia 20 de Mayo de 1902, inclusive, y hasta tanto otra' cosa'e disponga, el Scretario de Hacienda desempefiara las funciones que actualmente por la ley deseompefia el Gobernador Militar en los casos de protestas.
I Al terminar el actual Gobierno Militar el titulo de las vicentes' Ordenanzas de Aduanas (Custo s Regulations) sera ORDENANZAS DE ADUANAS DE LA REPIBLICA DE CUBA, PARA EL REGIMEN Y GUIA DE LOs ExPLEADOS DE ADUANAS", y el titulo que ahora figura en la pagina primera de dichas Ordenanzas en la edici6n publicada por el Departamento de la Guerra en Washington con fecha 22 de Junio de 1901, asi como el que le corresponde en la traducci6n espafiola, seran ambos suprimidos.
III. Al terminar el actual Gobierno Militar, la sefial distintiva (v'anse capitulos XIX y XX de las Ordenanzas de Aduanas), dispuesta para los barcos qu hacen el trifico de cabotaje de Cuba, y todas las regl s pr critas que exclusivamente se refieran a dicha seal distintiva, ue da suprimida; y en l0 sucesivo, todos los barcos enanos debidamente




copeca, lm hardn por la la Seci6n an r e1 mismo No

e Adeudo (classificationS). Aduana de la Habana y del Seri les y material (Property) del SE
Correspondencia comprendido ha e Aduanas de Cuba, pasari a ]
auard cargo de su actual prim )s haberes de que ahora disfrut adistica de Aduanas no estin co: /ayo de 1902 inclusive. del Servicio de Aduanas de Cu na Aduana (como las de los age uliiantes de los guarda-costas, etc iilld del negociado correspondier oficina del Secretario de Hacient los pagos del personal de Ia Adt iminas y justificantes debidamer duanas del Puerto de la Habam antes certificados nor dicho Adr

,nI iJ
s de

ados t misma

necientes ya por m

Military.

s Ia

ica(as' Consi

IU)




que, determinada y ostensibTemente, las circunscribe al Gobierno Militar y sus funicionarios:
Par tanto, A fin de que la Disposici6n Transitoria antes eitada surta en todo sus efeetos, y ninguno de los particulares y materias a los cuales dichas leyes, decretos, reglamentos, 6rdenes y demas disposiciones se refieren, carezean, siquiera aparentemente, de regulaci6n y regimen despus de cesar el Gobierno Militar y pendan de la acci6n del Gobierno establecido conforme A dicha Constituci6n, cuando Asta haya surtido sus efectos;
Por la presente se declara y orden& que todas y cada una de dichas leyes, decretos, reglamentos, 6rdenes y demas disposiciones dictadas y promulgadas por el Gobierno Militar de Cuba, 6 bajo su autoridad, se consideren de character general y duradero, y aplicables y obligatorias para todos los funcionarios del Gobierno de Cuba, sean cuales fueren las denominaciones 6 titulos de los que sucedan A lo1s empleados del Gobierno Militar, y que continuien en fuerza y vigor, sea cual fuere el Gobierno que en Cuba exista, hasta que sean legalmente derogadas 6 modificadas, conforme a los preceptos que se consignan en la Constituci6n antes mencionada.
LEONARD WOOD,
Gobernador Militar.
CIRCULAR NUMERO 319
Habana, Diciembre 15 de 1904.
SR. ADMINISTRADOR DE LA ADUANA.
Sefior:
Habi4ndose observado en varios casos que el texto en castellano de las Ordenanzas, Aranceles y otras disposiciones vigentes, dictadas por el Gobierno Interventor, difieien del texto inglis, esta Secretaria por la presente acuerda informa- ii usted, que en todos los lasos de esa naturaleza se atenga esa Adminislraci6n al filtimo; pues siendo ese el idioma del legislador, en 61 debera estar mejor expresado el espiritu de dichas disposiciones.
De las diferencias que entre uno y otro texto se encontrasen en la prActica por esa Administraci6n, sirvase dar cuenta A este Centro para su anotaci6n y circulaci6n A las demis Aduanas de la Repfiblica.
De usted atentamente,
El Sub-Secretario de Hacienda,
GUILLERMO CHAPLE Y S.
DECRETO NUMERO 128
Habana, Enero 27 de 1909.
El Presidente de los Estados Unidos ha dispuesto la promulgaci6n del siguiente
DEcRETO:
Por cuanto: El articulo III del Ap~ndice de la Constituci6n de la Reptiblica de Cuba dispone lo que sigue:




a aplicabtes y apare ncionarios del misms los particulares 61 enes y disposiciones ulaci6n y regimen a rno de la Repiblica de 1909, resuelva r(
Sque todos y cada disposiciones dictad iba 6 por su autoric manente, aplicables bierno de Cuba, sea




Por orden del Presidente se proclamaran e Aduanas para los puertos de la Isla de C or en dicha Isla, teniendo efecto desde su p
Todas las ordenanzas y 6rdenes expedida as que se acompafian, quedan por la presente
CAPITULO I
FUNCIONES GENERALES DE LAS ADU sA AUTORIZACION EN VIRTUD DE LA CUAL PUERTOS DE ADUAN
QUE EN LA ACTUALIDAD EXIST
Articulo 1. Las Aduanas son las oficin ad competente en aquellos puertos que han rada y despacho, transito y trasbordo de mer( audar los dereehos de Aduana y poner en v ue existen de Aduanas.
(En esta definici6n se omiten las operaciones iereantil", la exportaci6n y el trifico de cabotaje.
Art. 2. Las Aduanas de la Isla de Cuba es. La Aduana de primera clase sera la que e Aduanas de la Isla; las Aduanas de segum madas en los puertos que se declaren ser sul al de Aduanas. Se nombrard un Oficial del I puesto de Administrador en el puerto print e actuar como Administrador, sera el Jefe e le designara como el Administrador de las rdenes del Gobernador Militar tendrd juris< u Aduanas de Cuba, con la autoridad confer




Guerra en 17 de Diciembre de 1898 y 31 de *Marzo de 1900.
(La division de las Aduanas .en "primera y segunda elase" y "puertos prineipal y subalterns" ces6 con la constituei6n de la Republics de Cuba, resultando todas dichas oficinas dependencias del Centro Superior del Ramo, 6 sea la eere tarla de Haeienda.-N. del A.)
Orden Civil nimero 142, del Cuartel General, Departamento de Ouba, de Mayo 10 de 1902:
En las Ordenanzas de Aduanas, las palabras "Seeretario de Hacienda" so entenderk que estdn estampadas donde quiera que lo estn las de Administrador de las Aduanas de Cuba" 6 las de "Jefe del Servicio do Aduanas".
DEPARTAMENTO DE LA GUERRA, Washington, Diciembre 17 do 1898*
Se publica la siguiente orden del Presidente pars la informaci6n y gobierno deo todos A quienes concierna:
MANsi6N EJoECUTIVA, Ditiembre 13 do 1898.
En virtud de la autoridad con que he sido investido como Jefe del Ej reito y Armada de los Estados Unidos do America, por la presented ordeno y mando que el siguiente Arancel rija y sus derechos sean impuestos y recaudados y las Ordenanzas para la Administraci6n del mismo tengan efecto y sean puestos en vigor en todos los puertos y lugares de la Isla do Cuba y en todas las Islas de las Indias oceidentales al Oeste del grado 74 Oeste de longitud, evacuadas por Espafia, desde 19 do Enero de 1899 on adelante.
Todos los easos que surgieran en ]a Administraci6n de Aduanas se someterin al Administrador en el puerto de la Habana para su decision, y no habr A apelaci6n do tal decision excepto en los casos en que el Administrador estime convenient el pedir instrucciones al Departamento de la Guerra sobre los asuntos de que se trate.
Los gastos necesarios y autorizados para la administracidn de dicho Arancel y Ordenanzas, serdn satisfechos do los fondos recaudados por concept del mismo.
Se l1evardn cuentas exactas de las recaudaciones y gastos, las quo se elevaran al $ecretario de la Guerra.
WILLIAM MCKINLEY.
La orden arriba meneionada y la siguiente Tarifa do dereehos estableeida por la misma, serA proclamada y puesta en vigor como en ella se previene, y todas las Ordenanzas y 6rdenes hasta ahora expedidas, contrarias A la presented, quedan derogadae.
G. D. MEIKLEJOIIN,
Becretario interino de la Guerra.
Orden Civil niimero 142, del Cuartel General, Departamento de Cuba, de Mayo 10 de 1902.
En las Ordenanzas de Aduanas las palabras Secretario do Hacienda so entendera que estAn estampadas donde quiera que l est6n las de "Administrador de lae Aduanas de Cuba." 6 las de "Jefe del Servicio de Aduanas".
,(NOTA.-Lo mismo -debe entenderse, por los propios fundamentos do dicha Orden, respect al cargo de "Administrador en el puerto de la Habana que so citan en la Orden del Presidente de los Estados Unidos de America de Diciembre 13, 1898.-N. del A.)
DEPARTAMENTO DE LA GUERRA, Washington, D. C., Marzo 31 do 1900.
So publica la siguiente orden del Presidente para la informaci6n y gobierne de todos A quienes concierna:
MANsl6N EJECUTIVA, 31arzo 31 de 1900.
En virtud de la autoridad con quo ho side investido come Jefe del Ej~reito y Armada do los Estadoe Unidos doi Ambries, per la presente ordeno y m ende quo el siguiante Arancel rija y sus derechos sean impuestos y recaudados en t odos los




Todos los easos que surgieran en la Administraci6n de Aduanas se someteran
Administrador del Puerto de la Habana para su decision, .y no habr~ apelaci6n
tal decisi6n excepto en los casos en que el Administrador estime conveniente el p dir instrucciones especiales al Departamento de la Guerra sobre los asuntos de q se trate.
Los importadores que no estuvieren conformes con la evaliaei6n 6 eclasificaci' hechas por el Administrador del Puerto sobre mercancias, pagaran los derechos ii puestos, pero podran al efectuar el pago, form ular su protesta y apelaci6n por esci to, expresando brevemiente el valor 6 clasificaci6n que ~A su juicio debi6 establecers Dicha protesta y apelaci6n sera en seguida trasmitida por el Administrador y p conducto del Jefe del Servicio de Aduanas, al Gobernador Militar de la Isla, quit la revisard, confirmando, desestimando 6 modificando el acuerdo contra el cual apela.
Los gastos necesarios y autorizados. para la Administraci6n de dicho Arancel Ordenanzas, serdn satisfechos de los fondos recaudados po? concepto del mismo.
Se llevar~in cuentas exactas de las recaudaciones y gastos, las que se elevarin Secretario de la Guerra.
WILLIAM McKINLEY.
La orden arriba mencionada y la siguiente Tarifa de dereehos establecida p( la misma, ser proclamada y puesta en vigor como en ella se previene, y todas i Ordenanzas y 6rdenes hasta ahora expedidas, contrarias 6 la presente, quedan d rogadas.
ELIHU ROOT,
Secretario de la Guerra.
Orden Civil ndmero 142, del Cuartel General, Departamento de Cuba, de May 10 de 1902:
En as Ordenanzas de Aduanas ]as palabras "Seeretario de Hacienda" se el tender d que estin estampadas donde quiera que lo esten las de '"Administradord las Aduanas de Cuba" 6 las de "Jefe del Servicio de Aduianas".
(NOTA.-ILo mismo debe entenderse, por los propios fundamentos de diel Orden, respecto al cargo de "Administrador del puerto le la Habana"' quo E
elta en la Orden del Presidente de los Estados Unidos de Am6rica de 31 de Marzo i 1900.-N. del A.)
(Los gastos para el sostenimiento de las Aduanas se satisfacen de acu c
los PresuptIestos Generales de la Naci6n. Las cuentas se ritden .a la Intervencic General y Oficinas Centrales de la Secretaria de Hacienda, segin la Ley Organi del Po)oder Ejecut(ivo y demas disposiciones de Contabilidad del Estado.-N. del A.)
Art. 3. En cuanto sea posible se nombrarin por el Gobernador M Slitar de Cuba, con la aprobaci6on del Secretario de la GUerra, Oficial del Ejercito, quienes desempefiaran las funciones de Administradores d Aduanas en los puertos subalternos. Si en cualquier tiempo en cualquie puerto subalterno no pudieran utilizarse los servicios como AdministrE dor de un Oficial del Ejdrcito, podri .nombrarse a un funcionario civ provisionalmente como Administrador interino.
(Esto es un articulo absolutamente sin aplicaci6n, despuCs del cese del prim( Gobierno Interventor.-N. del A.)
Art. 4. Las Aduanas se establecerin, y se suprimirin por el Gobei vador Mlitar de Cuba.
(Segi rlel articulo 25 de la Ley Organica del Poder Ejecutivo, la facultad a qi se refiere el anterior precepto, corresponde al Presidente de la Repdblica.-N. del A
Art. 5. El puerto de la Habana ha sido debidamiente designado c< mo puerto principal de Aduanas de Cuba, y los siguientes puertos ha sido drclarados puertos subalternos, A saber: Matanzas, Crdenas, Ciet fuegos, Sagua la Grande (Isabela de Sagua), Caibari~n, Santiago de Ci




Adinintradre deid atn nobradode d s ona nomradant Admiitradf inerino,tendinjrsicitgeral sobrel1as recaudacioesde ias rntasde Auna s In10 repcio puertos. Los Administradores 6 Admnitdores iterinos enlopur tos sbaier os- rendirn los informes y cunta que se 1e pdianei
gir de vez en cuano por la autorid s upeior. Today Ia co r
cia ofiia dirigida A los Admini adorsd l urt s bt ernos 6 o
cedente de dichos flncionarios, se trasmitida pr conut de lI
del Admi nstrador e p rto r de Ad
(V'asecl nota quo sigue al Art. 2.-N. de A.) /
Orden Civiln nmero 142, del Cuartel General Depar tit de Cub de1ay
10 de1902:
En la Ordenanzas do Aduanas las palaa eret ri a so
tender qeestn estmpdas dondequicra qe loei 4a de Adiitadrd
44 t4
r Aduanas de Cuba" las de "etafe del oS .vc do Ja ns d a a".
SCruzdal omrunas e. e y r o qu s c en A
N/Onistra do mm daseb denCuenbe nserlos pos frIu od ae so nmSeretara de i Administrador ren e eo rn i de anCircular ntmro 7, de la Secrtara de H inda, d ui Vd 102
ecuerda pe Icate dichaS Sectri pede dirirso las Aduns pr
dales cooer instru eiones rcdacio relcinas con e liinto
us deberes y l fbi ejec6n de los Ar aes dnal A zse o
S8i poralgin otro ent 6ntidad e coican Cirblaes dao, se a 10 o de 1902:frm,
r uen la naae Ada retari de Hacienda .
CAPI'IfL 01
DEERS Y ATRIBTJOIONES DE LOS FUNOIONARIO$ DE ADUAA
DISPOSICINES NEAS
Art. 6& Los deberes y atribueioes Iena de lsucinar do
Aduanas o quel queoe rela io anconladocumentein de buque
dela Isla de Oxtba enede nonalid propieer adndaain ia exldid
de buques extranjerOs del coerio d bo, cpto dAuInlsauo
zadsp pr ly; atnimiento dela leys yt atad rfe al
ico co ercial; el asegu arla rn lgal do da iptione de m90 es
otrajras; l upresi6ny preeni n ontrb ande yotos
des de la renta deAduanas la re adairn y dp'tod o der 10nora io y penalidades que rosultn b hao l d dua
n avegion los de smbosde fondo plbios; el uso y de 1.90u
l Ia p adpublic Ipoer envigrlasle d imi y a
comilaci doe los informes del omebio, naveadid itimici de
la Isl de Cuba.
Art.7. Por lap prsetese cofiritarbuitheblspia
gs trar, con fsa r y arrest con rrel s yet de ra,1f
eiar os do Adu nas, 1y loinspbefores n pentores aeiao,
oi cial de los guar acostaanesaias
8As, y & otras perso as n pres oet pae
erito pun Adi nii tradore Aduan n et ejere o;1 dh ruqti
del sad ua np4b d aioaia rpedd ae4uil
de buque 44..ijro de eomrci de 2 aoajecpo qelo u
za7o o ale;mne<7>inod a eesytaao efrne lta
fico ~ coecil el4errrl et ea e a motco sd ee
el ony4 eelfr




X- I I u k 4 ofl o i a I




(DeberA coisultarso la Ley Orga"nia del Poder Ejecuti) ra el gobierno de las Secreotarias de Despacho y dem is dis los Centros fiscales y de contabilidad.-N. del A.)
Circular ntimero 260, de la Seretaria de Hacienda, de
. El Modelo nfimerG 29, de recaudaci6n mensual, se rem Secretoaria de Hacienda, cuyo documento, despubs de confr. bante)s de pago que se hayan remitido, se enviark la In ellos.
Al efecta, todo comprobante de pago se mandar ant anotarse tambien en la relaci6n diaria a que se refiere la

Circular ni'imero 216, de la Secretaria de
Los fardos 6 paquetes de correspondencia correo, tendrdn, coimo medida mAxima, 3 pies pulgadas de ancho, con cualquier peso.

a, de Febrero 12, 1904. que hayan de remitirse adas de .largo por 2 pi

Circular- de lha Secretaria de Hacienda (Contaduria, Central) de Mayo 19 de 190
Deroga las Circulares nimeros 11 y 323 de 1902 y 1904 en cuanto se oponm al eumplimiento de lo que sigue:
&e remitirn a las Oficinas que so expresan los Modelos que d continuacid se iencionan, suspendiendo el envio de los demnas que estaban hasta ahorTa en us
INTERVENCi6N GENERAL DEL ESTADO.
Modelo nfimero 30: Cuenta corriente de recaudaci6n mensual.
Modelo 69: Alcances cobrados por:
Reparos de Revisi6n.
Estadistica.
Intervenci6n.
Cuenta de depdsito conforme a lo dispuesto en Circular de la Secretaria de H cienda de 31 de Enero de 1904.
Relacion Consular (ordenada por la Intervenci6n del Estado, Diciembre 19 de 1903 CONTADURIA CENTRAL DE LA SECRETARIA DE HACIENDA.
Modelo nuimero 30:
Cuenta corriente de recaudaci6n mensual, 6 s6ase segundo ejemplar del que remite la Intervenci6n General.
Estado decenal de recaudaciones por conceptos, conforme al modelo que adjun se remite.
Parte diario de recaudaci6n por telegrafo y ratificaci6n por correo, segun se ) venido haciendo. SECCI6N DE ADUANAS.
Modelo nfimero 29:
Recaudaci6n mensual con todos los comprobantes de pago queo justifiquen los i gresos.
Modelo nrxmero 69:
Alcances cobrados por Reparos de Revisi6n, ejemplar duplica do del que se r mite ~ la Intervenci6n del Estado. SECI6N DE ESTADISTICA.
( eben consultarse las Circulares de esta Secei6n sobre nuevos modelos, ete.N. del A.)

Modelo nimero

1 Ingresos y Egresos. 3: Estado de recaudaci6n mensual. 4: Clases de monedas recaudadas. 7: Entrada y salida Buques de Travesia. 8: Entrada y salida Buques de Cabotaje. 9: Pasajeros.
10-11-12: Inmigraci6n.

Jar nul




Circular nUmero 20 de la Secretaria de Hacienda, de Junio 22 de 1907.
Pone en vigor el siguiente model A los efectos de lo que determina la Circular nfimero 305, de Octubre 26 de 1904, derogada por la 352, de Abril 25 de 1905 y res tablecida por la nudmero 10 de Mayo 3 de 1906, sobre devoluci6n de las cantidades ingresadas per error, advertido que sea per las oficinas.
Estado explicativo de los errores comprobados en la liquidaci6n de la Hoja nfimero .. ..., Pago nuimero ...., de fecha .. que deben subsanarse, procodiendo
Sla devoluci6n del importe ingresado de mAs, obtenida que sea la autorizaci6n do la Secretaria de Hacienda, en eumplimiento de lo que dispone la Circular nintero 305, de Octubre 26 de 1904, puesta en vigor per la nfimero 10, de Mayo 3 de 1906.
Cobrado segin los datos que aparecen en dicha hoja, A saber:
Operaci6n correeta:
Diferencia per errores A devolver. .... ............. $
........ ..de.. .......de190...
INSPECTORS ESPECIALES
Circular nfimero 58, de la Secretaria de Hacienda, de Enero 31, 1903.
Habi4ndose suscitado dudas sobre las atribuciones de los Inspectores Especialas, se dicta la resoluci6n siguiente:
Los Inspectores Especiales, como De!egados de la Superioridad, tienen el derecho de inspeccionar todas las Aduanas del Distrito en quoe estAn destinadas, y tomar los datos quecr ean necesarios para el cumplimiento de sus deberes en general yde 1 s instrucciones particulares que reciban.
Es evidente que ningin Inspector Especial tiene el derecho de inmiscuirse en Ia Aduana, ni en su manejo interior, y si alguna cosa hiceera en ese sentido, seria una extralimitaci6n de sus funciones; pero en cambio ,es preciso que todos los funeionarios de Aduanas reconozean el derecho que tienen los Inspectoroes Especiales do inspeccionar todo el Servicio de Aduanas, sin necesidad de dar expliceiones A lots Administradores, puesto que la mayor parte de las veces llevan instruceioanes reservadas.
Ningdfin A dministrador deo Aduana debq ver en tales funcionarios ni en sus visitas otro fin que el de hacer uniform la marcha y el criterio que se requieren en el Servicio.A continuaci6n se recuerdan las Circulares vigentes dictadas por el Gobierno anterior sobre la materia de que se trata.
"Circular del Admiiistrador deo las Aduanas de Cuba, de Marzo 29, 1901.
Informa sobre la anterior creaei6n del Negociado de A gentes Especiales, que tie nen el deber, entre otros, de vigilar la recaudacti6n d.l Ramo, avisando y reprimiendo todo intento de defraudaci6n 6 contrabando, que pueda ocasionarse por prfcticas fraudulentas.
Los Oficiales de Adianas, incluso los Administradores, facilitarAn A los Agentea todo dato en ayuda de sus obligacione.s, proporcionAndoles los antecedentes y auxilios que ella en encualquier tiempo requieran.
Los Administradores darn cuenta de la falta de cumplimiento per parte de cualquiera de olos funcionarios A sus 6rdenes, para la resoluci6n que las circunstaneias del case ameriten.




2--Los Agentes I que se inteiten comet tidas por parte do algi tei6n de personas, p decomisar enseres, par
39-Para los efect rrectamente dirigidas ) tadas, ls libros, docui ciale de Aduanas se do, en uni6n de los A no', una vez al afio, y ciales, detallados y pa: oias, y los Administra todo tiempo sus libros
49-Los Agentes E Aduana a cargo de loE trabajos y ]a vigilnci dades i1 otros defectos t6 dentro de 1as fIacul debe ponerse inmedit mes al Jefe del Negoc to. No se permitira se relacione con asunt tddlo los Ag t y si
59-Para los fines




Gobierno de los Estados Unidos de Cuba, que puedan 11egar -' cn cimi.nicto en el uro del umplimiento d ees
ale e pnie taural desus debere
8?-Se destinarn Agentes residences en tres puertos distintos f uera del de la Habana, es decir, Cienfuegos, Santiago de Cuba y Caibaridn. El literal do costa eargo del Agente do Cienfuegos comprendera toda la costa, Sur de la provincia de Santa Clara, y se extenders al Este hasta el puerto de Santa Cruz- del Sur; e de Santiago de Cuba inc ird todo el litoral de la costa Sur desde Santa Cruz del Sur hasta el cabo Maisi y la costa del Norte haista Baracoa; el de Caibarien se extender de Isabela de Sagua, en Ia costa Norte, con direceci6n Este hasta Baracou; today otra part de la costa de Cuba estark bajo la inmediata direcei6n de los Agentes estacionados en la Habana. Los cambios en los anteriore distritos de
Agencia pueden realizarse de tempo en tiempo, segin las exigencias en bien del servicio.
99-Todo asunto susceptible do investigaci6n debe ser encomendado por el Administrador al Agente estacionado en su distrito de Aduna respe tivo y por 41 trasmitido nmediatamente al Jefe de Agentes Espciles con informed deo los pasos dados en dicho asunto. Los Administradores pondria sus lanchas la disposici6n de los Agentes Especiles para aypdarlos n investigaciones necesarias. Aquelos Agentes Especiales que se designen expresamente acompalar n los GuardaCostas en sus viajes de circunvalaci6n alrededor de la Isla.
CAPITULO III v
LOS ADMINISTRADORES DE ADUANAS,
Art. 15. Al frente de cada Aduana habra un funcionario en Jefe 11amado Administrador de la Aduana, cuyos deberes y atribucione son
Como sigue:
Primero. Observar cuidadosamente y exigir de todos sus subordinados, el cumpmiento de cuantas disposiciones existan en las presentes or-denanzas, en las leyes de Aduanas y en las 6rdenes generates 6 espe iales dictadas por la autoridad superior referentes Aduanas.
Circular ndmero 25, de la Secretaria de Hacienda, do Marzo 24 1908.
O rdena que los Administradores de Aduanas bajo su responsabilidad den conoeimiento de todas las Circulares, Disposiciones y Protestas 'a su ubordina dos haci&ndoles suseribir el enterado en las mismas, dando cuenta a la Secretaria do Hacienda.
Segundo. Decidir todas las cuestiones originadas en el despacho de mercancias y de la transacci6n de las operaciones diarias en la Aduana. Los Administradores de los piertos subalternos referir6n todos los casos, en los cuales esten ellos mismos en duda, al Administr-dor del puerto principal para su decisi6n.
(V&ase la nota "a continuaci,6n del pArrafo signuiente.- del A.)
Terceo. Los Administradores de Aduanas redac tarn las ordenanzas interiores para sus respectivas Aduanas, las que es arin de acuerdo con las presente ordenanzas generales y deberin ser aprobadas por eli 4dministrador delas Ad aas de Cuba.
Orden Civil nime ro 142, del Cuartel general, Departa nto de Cuba, de Mayo 10 de 1902:
En as Ordenanzas de Aduaas las p al s "'Secretario de Hacienda" so en
tede que, estgn estainpadas donde quier que lo estdn las de "Administrador de as Adu s d Cuba" 6 las do Jfe dl Servici de Aduanas".
(NOTA.-Lo misme debe entenderse, per los propios fundamentos do dicha Orde, respeco c argo do Administrador del puerto prinal" que dej6 do ssistird de2Ode Mao de1902.N. delA.)
Crular nmr 12, de Ia Secretaria do H~acienda, ol Fe'brero 19 do 1908.
Atsde or envgor Qrden alguna interior darin eunta los Adninista




Para constancia y general conocimiento se pondra al pie de as Ord enes ya autorizadas esta advertencia: "La Orden que anteede ha sido aprobada porre soluci6n del Sr. Secretario de Hacienda con feeha ..... de acuerdo con 1 phrra fo tercero del articulo 15 de las Ordenanzas do Aduanas vigent6s.-(Firmado) Ad ministrador ".
Cuarto. Cuidarn de que se cobren dentro de los plazos prescritoe
todos los derechos, recargos e impuestos relacionados con la renta doe Adanas; de que los cajeros y empleados encargados del cobro de derechlios d Aduanas hagan sus dep6sitos puntual y correctamente en el Tesoro pd blico, y que el registro de las recaudaciones pruebe estar correct por me dio de confrontaci6n, dentro del tiempo prescrito, con los libros del cajer( y del tenedor de libros y certificando i ordenando la certificaci6n de lot balances despubs del. debido examen.
Quinto. Remitirin todos los informes que exija de ellos la autori dad superior, y transmitirin a mis alta autoridad todos los documentoc que les hayan sido debidamente sometidos para ese objeto, con un endo se expresando -su opinii6n en el caso de que se trate.
Circular n nmero 8, de la Secretaria de Hacienda, de Junio 16 de 1902.
Todas las comunicaciones tque se refieran asuntos on que antes conocia el Ad ministrador de las Aduanas de Cuba, no se dirigirn ningdn empleado subalte no, sino A la Secretarwia da Hacienda, y sin agregar en los sobres "Scci6n d Aduanas".
Circular niuimero 75, deo la Secretaria de Hacienda, de Marzo 17 de 1903.
En el papel oficial de comunicaciones se imprimiri un membrete que diga: "A contestar hagase referencing al ntmero. consignindose el del Registro d
cada Aduana, para que se cite en la correspondencia respectiva.
Circular n4mero 125, de la Secretaria de Hacienda, de Julio 8, 1903.
Toda comunicaci6n, ya sea para publicarse en la, Gaceta Oficial,6 dirigida a pa ticulares, la firmar" el Administrador de la Aduana y nunca sus subaltermos, por sc aqu6l el (nico que en nombre de la Administraci6n tiene el derecho de emitir op niones, solicitar datos, resolver consultas y dirigirse al pdiblico y las autoridade
Circular nimero 175, de la Secretaria de Hacienda, de Diciembre 10, 1903,
Al referirse A las hojas de adeudo en la correspondencia, se citark invariabb mente ademAs del nfimero de ellas, el de su pago y la fecha de ste.
Circular ndimro 240, de la Secretaria de Hacienda, de Abril 2 de 1904.
En cada comunickai6n se tratard solamente de un asunto.
Circular numero 321, de la Secretaria de Hacienda, de Diciembre 31, 1904.
Al contes'tar a una comunicaci6n, se mencionarI el nimero y la letra de ref rencia que indique.
En las carts se dejard un margen izquierdo no menor do una pulgada ingl ea, 6 diez espacios de la mdquina de escribir.
En cada comunicaci6h no se tratara sino de un solo asunto.




ficina, para conocniento del ptblieo. Los Administradores solicitardn pr6rroga si no es posible cumplir lo prescripto, .dando cuenta de las infracciones para la correcca da los empleados respee:Iv(s.
Circular ndimero 15, de la Secretaria de Hacienda, de Abril 17 de 1907.
De conformidad con lo preceptuado en el inciso 59 del articulo 15 de las Ordenanzas, no se enviark ninguna reclamaci6n sin un conciso informe explicando su origin y la resoluci6n que a juicio del Administrador debe recaer en cada caso.
Se recuerda el cumplimiento de la Circular ni6mero 282, de Julio 5, 1904, en que se dispuso la remisi6n de la hoja duplicada.
Circular ndmero 14, de la S~eretaria de Hacienda, de Abril 10 de 1909.
Llama la atenci6n sobre el articulo 493 de la Ley del Poder Ejesutivo, -segdn el cual por sacar y autenticar copias de documentos 6 expedientes se cobrar en todas las oficinas a quienes las soliciten, excepto a funcionarios del Estado, la Provincia 6 el Municipio para asuntos relativos al cargo que ejerzan y excepto tambidn las copias que deban expedirse gratis conforme la Ley Electoral:
Por cada copia hasta 100 palabras.. ..... ..$ 0.10
Pasando de 100 hasta 500. ............. .,, 0.25
Mis de 500 hasta 1,000. .... 0.46
Por cada 100 palabras despu6s de 1,000. . ,, 0.05
Practicada la liquidaci6n se hard saber al interesado para el ingreso de los derechos que corresponqan en la respectiva Zona Fiscal, entregandose las copias solicitadas por la oficina expedidora al presentfrsele la carta de pago.
Sexto. Nombrarin los empleados de sus respectivas Aduanas, estando sujetos a la aprobaci6n de la autoridad superior, con atribuciones para declararlos cesantes en bien del mejor servicio.
Circular nimero 5, de la Secretaria de Hacienda de Junio 4 de 1902.
Los Administradores hardn previamente A la Secretaria de Hacienda la propfiesta para el nombramiento de cualquiera empleado de la Aduana, el que no tendrd derecho a que se le acrediten sus haberes hasta tanto recaiga la aprobaei6n y reciba su credencial firmada por aquella Superioridad. .
En los casos que por su indole especial lo requiera el servicio, dispondran los citados Jefes de las Subalternas la cesantia provisional de los funcionarios sus 6rdenes, dando cuenta al repetido Centro, con los antecedentes, para la resoluci6n definitiva.
S6ptimo: Se ordena por la presente 4 los Administradores de Advanas de Cuba, que desempeen las funciones que antiguamente pextenecian 4 los C6nsules de los Esitados Unidos i' oftciales consulares e n dicha territerio en cuanto serefiera 4 marinos, buques, despachos, etc.
Los honorarios oficiales 6 derechos cobrados par C6nsules de los Estados Unidos en iguales circunstancias, serdn recaudados por dichos Administradoroes de Aduanas, y todos los fondos cabrados con arregla 4 las disposicines de la present orden, serdn depositados A ingresados, segin se dispone para las recaudaciones de Aduanas.
Con el fin de cumplir eon las disposiciones de la seccin 2844, de los Estatutos Revisados de- los Estado's Unidos, la certificac6n de facturas de mercancias embarcadas de Cuba 4 los Estadas Unidos, serd kecha par sun C6nsul de una naci6n amiga 6 par dos camerciantes residentes de buena reputaci6n.
Art. 16. Los Administradores de Aduanas cuidarin de que los fondos recaudados por ellos est~n guardados en lugar seguro mientras est~n en su poder.
Art. 17. En la determinaci6n de la clasificaci6n de mercaneia~ y ti-




pos y an1tldes d de los eremos por todas las mercancing iunces la
iibi del Sdministrador de la Ada e P erto principal de la
Habana, sera teminante y conclusiva, excepto en los casos en que estimare convey iente el pedir instrcines especiales al Departamento de la Guerra sobre el asunto de que se trate, y'ikcepto en easos de decisions
sobre clasifitaciones valoraciones adversas al importador, en que podr
apelarse segun n e dispone en el c pitulo XXV de las presentes Ordenalzas.
Orden Civil na mero 142 del Cuartel General, Departamento de Cuba, de ayo
10 de 1902:
En las Ordenanzas de Adxanas las palabras "Secretario de Hacienda" so em
tender' qu estan estampadas donde quiera que lo esten Iss de "Administrador de
las Aduanas de Cuba" 6 las de "Jefe del Servieio de Aduanas ".
(NOT.-Lo mismo debe enteiderse, por los propios fundanentos' de dicha
Orden, reslicto al cargo de Administrador de la Aduana en el puerto principal de 1a Habana ", que dej6 de subsistir desde 20 de ayo de 1902, incumbiendo al Secretario de Hacienda sus atribuciones superiores.-N. del A.)
Art. 18. El Administrador es el funcionario en Jefe de su distrito de Aduanas. Todo butue a su Ilegada de un puerto extranjero est& sujeto a su autoridad hasta haber descargado su cargamento por medio d prmisexpedido porb Tendr baj uustodia todas las mercancias por las cuales no se hayan pagado los derechos 6 asegurado el pago de los mismos, disponiendo de ellas con arreglo a la ley. Las mercaneias eberain ser entradas en su Administracion, pag'ndose los derechos a 1
solamente, 6 al funcionario autorizado por 1 para reeibirles.
Circular nu nero 25, de la Secretaria de Haeienda, de Septiembre 8, 1902.
Los Administradores de Aduanas no-intervendran en las uestiones que se susciten centre Capitaes y tripulantes extranjeros; si bien de autorizarse el desembarque de uno 6 mas d la tripulaci6n, estaran 1os Capitanes obligados a informer aquo10Jefe, fin de q e se cumplan las LeAs de inmigraci6, as iendo los Consules respectivos' la responsabilidad de que los individuals dejados en tierra no seran nacearg6a o grvmnpao ohodopb seri unacarg 6 gavams la el Gobierno de la Repdblica.
Circular n 'mero 62, de la Seeretaria de Hacienda, de bbrero 12 de 1903.
Los Administraddres de Aduanas pueden reeibir protestas de los capitanes de buques extranjeros en los puertos en que no existan COnsules de la paei6n respeetiva, -in cobrar otros hooraries que los derechos de certifieseion, en el case que tal documento se solicitare per 108 interesados.
Art. 19. LoA Administradores no so personalmente respo Isables de
Ias p'rdidas ocasionadas per sus actos oficiales, ni por los desidos de sus subalternos.
Cirularn nmro 18$ dela Beeretaria de aiend, deAgoso 919
Suprimidas Ia Capitans de Puero y hbeno auiels iitao
rsdo Aduanas las atribucione do 1os Jefes deaqIllsI ho o n 8rlco naos ao tales oficinas se dirigirn A la Secretai de aina
(Por Dereto nfrulero 1,15, de iimie2d 98 silef e pia
nia del Puerto en _el do la Habana, cno deenbia diitrcd el
Aduanadel mimo. EstePDeeon repodio xdrarelaeeeaa
deHacienda.-N. del A.)
(P aol dobid coocimip delsdVbe timiie q1s ainsd
Pueo deben consultars en primrtrioe elmnoydsoiinspr a
Capta sde Prto y 1sdms 6des, cruaeecsbetlsoiia.N del A.)




Circular nfiAmero 38, de la Secretaria de Hacienda, de Mayo 22 de 1908.
Las horas de oficina en la Aduana de la Habana los sbados serin de 8 A 12 m.
(No obstante, son de 7 & 11 a. m. por alguna resoluci6n no publicada dejando sin efecto la Circular nimero 38 precitada.-N. del A.)
Art. 20. En cada Aduana cuya organizaci6n lo exija habr& un Administrador delegado especial, quien estark investido de las mismas atribuciones y deberes conferidos por la ley a los Administradores. En caso de muerte, inhabilidad, 6 ausencia del Administrador, el delegado especial esti autorizado y deberd desempefiar las funciones de Administrador.
Art. 21. Cada Administrador, con la aprobaci6n del Jqfe del Servicio de Aduanas, podri nombrar los Administradores delegados que fueren necesarios, y estar6n autorizados para firmar los documentos relacionados con sus departamentos, segfin se les designe por el Administrador.
Orden Civil ni'mero 142, del Cuartel General, Departamento de Cuba, do Mayo 10 de 1902:
En las Ordenanzas de Aduanas las palabras "Secretario de Hacienda" se entenderd que estin estampadas donde quiera que lo est6n las de "Administrador de las Aduanas de Cuba" 6 las de "Jefe del Servicio de Aduanas".
EL INSPECTOR GENERAL DEL PUERTO
Art. 22. El Inspector General del Puerto es el funcionario ejecutivo del Puerto, y tiene a su cargo el Cuerpo de Inspectores, Pesadores, Medidores, Arqueadores y Jornaleros. Tiene bajo su custodia a todos los buques de procedencia extranjera que lleguen al puerto, dando cuenta de su nombre y clase al Administrador. Inspecciona la descarga de dichos buques, asi como la carga de las mercancias destinadas la exportaci6n y de las que sean transportadas bajo fianza. Tiene a su cargo el arqueo de los buques para su registro y para el cobro debido del impuesto de tonelaje. Para el arqueo de los buques deberi guiarse por las reglas prescritas en las Ordenanzas de Aduanas de los Estados Unidos.
Circulares nfimero 276 y 303, de la Secretaria de Hacienda, de Julio 5 y Octubre 25, 1904, respectivamente.
En relaci6n con el arqueo de buques.
Art. 23. En los Puertos en que haya Administrador Inspector General de Puerto, este filtimo deber, bajo la direcci6n del Administrador.
1. Inspeccionar y dirigir a todos los Inspectores, Pesadores y Medidores del Puerto.
2. Dar cuenta semanal al Administrador del nombre 6 nombres de todos los Inspectores, Pesadores y Medidores que hayan estado ausentes del servicio 6 que hayan faltado al cumplimiento de sus deberes.
3. Visitar e inspeccionar los buques que lleguen al Puerto, dando cuenta al Administrador todas las mafianas, de los buques de procedencia extranjera que hayan llegado al puerto durante el dia anterior, con especificaci6n de sus nombres y clases, nombre de sus capitanes, procedencia, si' con cargo 6 en lastre y nacionalidad a que pertenezcan.
4. Destinar en cada uno de dichos buques, inmediatamente despuba de su legada al Puerto, uno 6 mis Inspectores.
5. Examinar si las mercancias importadas por cualquier buque y la entrega de las mismas corresponden, de acuerdo con los partes de los Inspectores, con los permisos para su descarga y entrega, y si se encon-




6. Inspeccionar la carga de todas las mercancias destinadas a la exportaci6n, y las examinard dando cuenta de si la clase, calidad y cantidad de lag mercancias cargadas por cualquier buque para su exportaci6n corresponden con las entradas 6 permisos que para las mismas se hayan concedido.
7. Examinark y de tiempo en tiempo, y particularmente en los primeros lunes de Enero y e Julio de cada afio, compulsard todas las romanas, pesas y medidas, asi como cualesquiera otros instrumentos que se usen para obtener la base que ha de servir para el cobro de los derechos de importaci6n, comparindolos con los tipos oficiales, que le serin suministrados por el Administrador con ese objeto, y cuando encuentre alguna discrepancia entre las .romanas, pesos y medidas con los tipos oficiales, dard cuenta de ello al Administrador, cumpliendo, ademis, con todas cuantas instrucciones pueda recibir para corregir las mismas.
8. Conservard cuidadosamente todas las 6rdenes que reciba de autoridad superior.
INSPECTORES DE ADUANAS
Art. 24. En los Puertos en que haya sido nombrado un Inspector General del Puerto, los Inspectores serin destinados por e1 al servicio, sujetos siempre las 6rdenes del Administrador; y de lo contrario, serin destinados por el Administrador. En los Puertos en que se haya dispuesto el uso de uniforme, los Inspectores deberan siempre usarlo para todos los actos del servicio. Cuando se les encomiende algin servicio especial, deberin usar en lugar visible la placa distintiva de su cargo, a menos que otra cosa se les hubiere ordenado. Todos los Inspectores deberan cerciorarse de si los buques con quienes tengan contacto oficial estin durante su navegaci6n provistos de las luces de posici6n prescritas por la Ley y darin cuenta de todos los casos de infraeci6n de la misma, con objeto de que les sean impuestas las penalidades legales.
Deberan enviar inmediatamente a los almacenes puiblicos todos los efectos apresados por ellos por violaci6n de la ley, recogiendo del Guarda-Almacen el recibo correspondiente de dichos efectos; y enviando dicho recibo, con un informe detallado del caso, al Inspector General del Puerto.
No deberan practicar ningiin acto particular 6 extraoficial a bordo de los buques donde hayan sido destinados, bajo pena de cesantia en el servicio, si lo efectuaren.
INSPECTORES DE DISTRITO
Art. 25. Los Inspectores de Distrito deberin permanecer en sus Distritos respectivos durante las horas que hayan sido fijadas por el Inspector General del Puerto, y cuando dos Inspectores hayan sido destinados al mismo Distrito, uno de ellos deber6 estar constantemente de sevicio durante las horas prescritas. Tienen los Inspectores de Distrito la inspecci6n general de todos los buques que Ileguen a sus Distritos, y darin cuenta al Inspector General del Puerto de todas cuantas violaciones descubran de las leyes de Aduanas 6 de Navegaci6n. Deberan examinar con tanta frecuencia como sea necesario todos los buques que lleguen a sus Distritos, A indagar si los buques cubanos estin provistos de la .documentaci6n necesaria y de si han cumplido con todas las leyes relativas & la N~vegaci6n. Cerrarin y sellarin todas las escotillas y aberturas de los buques que, procedentes de puertos extranjeros, lleguen a sus Distritos, conservan-




do la custodia de los mismos hasta ane sean relevados por los JInspectores de descarga.
En los casos en que no se haga designaci6n especial de ningfin inspector para dichos buques, el Inspector del Distrito, sia aguardar 6rdenes, inspeccionara y se hard cargo de la descarga de los mismos.
En los casos en,que se permita A un buque proceder 6 dirigirse A otro Distrito antes de haber completado su descarga en el primero, el Inspector encargado del Primer Distrito deberai entregar al Inspector General del Puerto una relaci6n de la parte del cargamento que haya sido descargada en su Distrito, la cual sera traspasada a los Inspectores de Distrito bajo cuya inspeccion haya de descargarse el resto del cargamento. El Inspector encargado de finalizar la descarga hara la relaci6n definitiva del resultado de la descarga del buque. Darin cuenta diariamente al Inspector General del Puerto de los buques que con carga de importaci6n hayan llegado ai sus Distritos durante el dia anterior, con especificaci6n de los que no hayan descargado, de los que hayan descargado una parte del carganiento en el Distrito y de aqu611os que hayan descargado por completo.
Deber' Ilevar cada uno un registro permanente en el cual anotaran con todos los particulares del caso las declaraciones, 6rdenes y permisos que hayan recibido, y otro libro en el cual llevaran cuenta de todos los buques de cabotaje que hayan sido examinados, debiendo ser ambos libros de la forma oficial que se prescriba.
Art. 26. Inspeccionardn el embarque por sus respectivos Distritos de las mercancias destinadas a la exportaci6n 6 para ser transportadas baj o fianza.
Art. 27. Cuando se haya terminado la carga de mercancias a bordo de un buque 6 de cualquier otro medio de transporte, el Oficial del Distrito bajo cuya inspecci6n se haya realizado dicha carga, endosard la entrada 6 permiso correspondiente con el certificado acreditativo de haberse realizado el embarque. Cuando se haya ordenado el peso 6 medida de las mercancias que hayan de ser exportadas 6 transportadas al pie del certificado de embarque deberA hacerse constar el nombre del Pesador 6 del Medidor que haya intervenido en dicha operaci6n. Si se hace necesaria la entrega al Capitin de un buque 6 al conductor de un carro de ferrocarril de un manifiesto de la carga que conduce, dicho manifiesto deberai ser firmado por el Inspector del Distrito y entregado como se le hubiere ordenado.
Art. 28. Cuando parte de las mercancias descritas en los dodumentos para exportaci6n 6 transportaci6n no sean embarcadas de acuerdo con las 6rdenes 4 instrucciones contenidas en dichos documentos, el Inspector del Distrito, al extender su certificado de embarque, debera hacer constar que las mercancias s61o fueron embarcadas "en parte", especificando A continuaci6n el nfimero de bultos 6 cantidad de la mercancia dejada de embarcar, y las causas, si fueren conocidas, del por qu6 dichas mercancias no fueron embarcadas, asi como tambien la disposici6n dada A dichas mercancias.
Art. 29. Las mercancias que segfin el caso anterior hayan dejado de embarcarse, deberin remitirse al Almacen de Orden General mis pr6ximo, acompafiindolas de una papeleta 6 recibo en el cual debern describirse dichas mercancias, haciendo al propio tiempo constar que son "para exportar" 6 "para transportar", segfin sea el caso-pero no "embarcadas"-y cuya papeleta 6 recibo deberi ser firmada por el Guarda Almacin.




Art. 30. Cuando las hojas 6 declaraciones para la exportaci6n 6 transportaci6n se devuelvan I la Oficina del Inspector General del Puerto, deberin ir acompafiadas de la papeleta 6 recibo de las mercancias dejadas de embarcar y que hayan sido enviadas al Almac'n de Orden General.
Los funcionarios que certifiquen embarques de mercancias sin haberlas examinado antes ebidamente 6 sin que el embarque se haya realizado bajo su inspecci6n inmediata, estarin sujetos las penalidades que se sefialan en el articulo 221.
INSPECTORES DE VISITA
Art. 31. Es deber de los Inspectores de Visita el abordar los buques de procedencia extranjera, y, despu's de obtener el nombre del buque y el de su Capithn y del puerto de salida en cada caso, examinar los documentos relativos al barco y su tripulaci6n, certificar el manifiesto de su carga comprobindolo por medio de examen verdadero, y cuando fuere necesario sellar y asegurar las escotillas 6 aberturas hasta que les sean concedidos los permisos necesarios para su descarga y se haya destinado un Inspector de Descarga al buque.
INSPECTORES DE COSTAS
Art. 32. Los Inspectores de Costas son nombrados con objeto de proteger los intereses del fisco con respecto a todos los efectos, articulos y mercancias que puedan ser descargados 6 de alguna manera liegar a tierra de los buques de procedencia extranjera que naufraguen 6 sean abandonados en la costa.
All legar a su noticia que un buque ha naufragado 6 ha sido abandonado, el Inspector de Costas 6 cualquier otro funcionario de Aduanas mis pr6ximo al lugar del siniestro, procederi inmediatamente al sitio 6 tan cerca de donde se encuentre el buque como le sea posible y tan pronto como conozca la situaci6n del mismo, hark un informe por escrito, detallando todos los hechos y circunstancias que se relacionen con el caso, y cuyo informe enviar' al Inspector General del Puerto. En caso de que el buque pueda seis destruido por el mar 6 que se encuentre en condiciones que permitan su descarga y que las mercancias puedan ser Ilevadas a tierra, el Inspector de Costas, deberh permanecer en el buque 6 tan cerca de 1 como sea posible, tomando posesi6n y conservando bajo su custodia todos los efectos y mercancias que puedan llegar 6 ser llevado*s tierra.
Art. 33. En los casos en que el cargamento de un buque naufrago 6 abandonado sea descargado en lanchas fi otra clase de embarcacign para ser conducido al Puerto, el Inspector de Costas llevard cuenta detallada de dicho cargamento, y antes de permitir la s'alida de ninguna lancha 6 embarcaci6n, deberk extender dos manifiestos de lanchas de la manera prescripta, cuyos manifiestos deberin ser firmados.por el patr6n de la lancha 6 embarcaci6n y contendrn, tan detalladamente como sea posible, la carga que conduce. El patr6n retendrk en su poder una copia de dicho manifiesto que deber& entregar en la Aduana a su llegada al puerto; y la otra copia serh enviada por el Inspector de Costas al Inspector General del Puerto. Siempre que sea necesario, el Inspector General del Puerto enviard un Inspector de Aduana al buque n6ufrago
6 abandonado.
Art. 34. Los patrones de embarcaciones del Gobierno destinados al Servicio de Faros, estin por el presente investidos con las atribuciones




de policia para registrar, apresar y arrestar por contrabandoG i otros crimenes que se relacionen con las propiedades del Gobierno.
INSPECTORES DE NOCHE
Art. 35. Los Inspectores de Noche son nombrados con objeto de evitar el contrabando. Deberin ejercer una vigilancia constante sobre todos los buques, almacenes 6 mercancias cuya custodia se les haya conflado, con'objeto de evitar el desembarco, entre la puesta y la salida del sol, de cualesquiera mercancias procedentes de los buques, a menos que la descarga se efectie con la debida autorizaci6n y bajo la vigilancia de un Inspector de Descarga, asi como proteger los Almacenes de dep6sito contra los robos, e impedir la remoci6n 6 traslaci6n indebida de las mereancias que se encuentren en dichos almacenes 6 en los muelles 6 lugares en que hayan sido depositadas.
Siempre que algin buque se encuentre descargando durante la noche bajo la vigilancia de un Inspector de descarga, el Inspector de noche destinado en dicho buque no intervendra en la descarga mientras se encuentre presente el Inspector encargado de la misma; pero los Inspectores de noche estan autorizados para exigir que se les ensefie, y el Inspector de descarga deber, mostrar el permiso que autoriza la descarga del buque durante la noche. Si se estuviera realizando la descarga del buque sin estar presente el Inspector de descarga, el Inspector de noche suspenders en el acto las operaciones y dare cuenta de los hechos al siguiente dia al Inspector General del Puerto 6 al funcionario que corresponda.
Art. 36. Los Inspectores de noche deberin detener a cualquier persona 6 personas que puedan salir del buque, dep6sito 6 almaen que se encuentre bajo su custodia y, si tienen causas razonables para sospechar que dicha persona 6 personas tratan de introducir algin contrabando, las examinaran, asi como cualquier bulto que se encuentre en su poder. Los registros de personas sospechosas deber6n hcerse, si es possible, en presencia d- otro funcionario 6 de algin ciudadano. Deberin interrogar a cuantas personas traten de ir a bordo de los buques donde se encuentran destinados, con objeto de cerciorarse del derecho que tengan para hacerlo. Vigilarin estrictamente a cualquier bote que llgue cerca del muelle 6 buque que tengan a su cargo y tomaran las precauciones necesarias para impedir que dichos botes pwdan efectuar alguin contrabando. Arrestarin cualquier persona 6 personas a quienes sorprendan en el acto de efectuar algin contrabando, pudiendo llamar en su auxilio a la policia 6 a cualquier ciudadano para que les ayude a efectuar el arresto, y apresando y posesionindose, asegurindolas debidamente, de las mercancias que se hayan tratado de introducir de contrabando, 6 que hayan sido descargadas fraudulentamente de algin buque, durante la nophe.
Art. 37. El Inspector en Jefe encargado del personal de noche, lo distribuird para los distintos servicios, debiendo dar cuenta diaria de dicha distribuci6n, asi como de cualquier negligencia, falta de asistencia 6 de conducta de sus subalternos. Debera cerciorarse de que los Inspectores de noche cumplen con los deberes de su cargo, de que se de cuenta inmediata de todos los arrestos y apresamientos 6 capturas y de que sean obedecidas las 6rdenes del Inspector General del Puerto.
INSPECTORES DE DESCARGA
Art. 38. Los Inspectores de descarga son destinados A los buques




g4s,. ulviaran a ja uiu.iiistralon (lc Xorreos mas proxima -LoUc cartas, paquetes 6 sacos que contengan correspondencia, tomando not los mismos, inspe cionando su entrega al Administrador de Correos, y teniendo del mismo el recibo correspondiente.
S Obtendrain de los Capitanes de los buques listas de los articulo que hayan dado cuenta a la Aduana como pertenecientes al ranch( los mismos; confrontarain dichas listas con los articulos, sellarin 6 gurarAn los bultos no abiertos que contengan efectos sujetos al pag derechos y que se digan pertenecer a dicho rancho, dando cuenta d( mismos, asi como de cualquier exceso de rancho, al Administrador Inspector General del Puerto.
Circular nfimero 284, de la Secretaria de Hacienda, de Julio 7, 1904.
No esti autorizada por la Ley la entrega de correspondencia, paquetes 6 quier bulto que adeude derechos postales, a los Agentes de vapores.
Art. 39. Del efectivo y de los valores que usualmente vienem al dado de los sobrecargos de buques, deberin hacerse cargo los Insp res tan pronto como lleguen a bordo de los mismos. El lugar esp 6 cuarto donde se depositan dicho dinero y valores y el area 6 los tos que los contienen, deberin ser cerrados con los sellos de la Ad 6 asegurados de alguna otra maianera, hasta que scan entregados me te el permiso autorizado por las autoridades correspondientes de la Adv
Art. 40. Las muestras de los cargamentos 'i granel que condu los buiques, deberin ser enviadas por el Inspector de descarga, tan I to comno sea posible, al Almacen de Vistas.
Art. 41. Daran cuenta al Administra1or de los efectos de ficil composici6n, asi como de los explosivos que se eneuentren entre el gainento que haya de ser descargado. Tratarin de evitar a los du de mercancias destinadas para su inmiediata exportaci6n 6 transport gasto innecesario de enviar dichas miercancias a los Almacenes, pui do, al efecto, retenerlas a bordo 6 en los muelles, hasta que sus dv puedan obtener el permiso de entrega correspondiente, siempre qu cha retenci'n no demore la descarga de otras mercanci y que r
extienda mis alli del periodo que se designa en la Orden General.
Art. 42. Apresarain todos los efectos importados 6 que hayan tado de extraerse con violaci6n de las eyes y no permitiran la rem de ninguna mercancia del sitio donde haya sido descargada, mientra hayan sido debidamente pesadas, medidas 6 cubicadas, y exigirin< personas encargadas de la descarga de las misma.s el que as separ estiben por clases y marcas en los mnuelles para facilitar el traba j los pesadores, miedidores, cubicadores y marcadores de la Aduana.
Art. 43. Los Inspectores de descarga estin autorizados para e A los carretoneros y lancheros empleados en la conducci 6n de merca i importadas de los buques a los Dep6sitos 6 Almacenes pifblicos, qu, exhiban la licencia 6 autorizaci6n que tienen para dic has peraci
dando cuenta al Inspector General del Puerto de cualquier desobe di Sinfracci6n de las Ordenanzas de Aduanas.
Art. 44. Los Inspectores de desearga remitirn con cada lot

hliar




puesto en los bultos, exigiendo que dicho recibo~, firmado por el Guarda Almacin correspondiente, les sea devuelto por el carretonero o lanchero A quien se hubiere conflado antes de volverlo a emplear en ninguna otra operaci6n. Si al devolv6rsele el recibo apareciese en el mismo alguna alteraci6n 6 enmienda en la cantidad de los efectos, los Inspectores acudiran personalmente A cerciorarse de la correcci6n de lo expuesto en el recibo.
Art. 45. No permitiran que mientras los buques se encuentren descargando, reciban lastre, carga 6 carbon, ai menos que para ello tengan el permiso de carga correspondiente; y, cuando se conceden dichos permisos, los Inspectores deberan dar cuenta de todos los casos en que al realizarse dichas operaciones pudiera existir algfin peligro para las rentas de Aduanas.
Art. 46. No descargaran ni embarcarAn mercancias procedentes de puertos extranjeros antes de la salida del sol ni despues de su puesta, con excepci6n de los casos en que el buque tenga permiso especial para descargar durante la noche, si asi lo deseare.
Art. 47. Siempre quie la descarga de un buque, sujeto A las leyes dc Aduanas, se verifique despubs de la puesta del sol, el pago adicional 6 extraodiniiario de los Inspectores de descarga debera satisfacerse por las personas A quienes se haya complacido con la extension de las horas do descarga, en la formna fijada p6r el Administrador de las Aduanas de Cuba.
Orden Civil ndimero 142, del Cuartel General, Departamento de Cuba, de 1ayo 10 de 1902:
En las Ordenanzas de Aduanas las palabras "Secretario de Hacienda" se entenderd que estcrn estampadas donde quiera que lo esten las de "Administrador de las Aduanas de Cuba "' 6 las de "Jefe del Servicio de Aduanas".
Art. 48. Los Inspectores de descarga no abandonaran por ninguna causa los buques donde se encuentren destinados sin el previo consentimiento del Inspector General del Puerto; no irAn bajo cubierta, ni saldrAn por la noche sin cerrar antes las escotillas y aberturas, echAndoles Have 6 sellaindolas de manera que impida la descarga del cargamento durante ,su ausencia, ni sin que al hacerlo no hayan sido relevados antes por los Inspectores de Noche, A quienes deberA"ni llamar la atenci6n respecto AI las mercancias que permanezean en los muelles. Cuando dos 6 mAs Inspectores sean destinados A un buque, permanecerAin A bordo mientras sean necesarios sus servicios y no abandonarAn el buque por ningfin motivo, ni irAn bajo cubierta a las horas de comidas, A menos que uno deo ellos quede siempre de vigilancia en el buque.
Art. 49. CancelarAin y extraerAin todos los sellos de Aduanas antes de entregar las mercancias no destinadas A otra transportaci6n bajo la seguridad de los sellos, y darAin cuenta de. todos los casos en que hayan sido indebidamente manipulados los referidos sellos de la Aduana.
Art. 50. Es deber de los Inspectores de descarga el confrontar cuidadosamente las mercancias, identificAindolas por marcas y nimeros, y 1levando nota de ellas en una libreta que sera conocida con el nombre de libreta de descarga, donde anotar'n, ademis, todos los permisos 1 6rdenes que reeiban para la entrega de la mercancia, con especificaci6n del nombre de la persona 6 personas A cuyo favor se hayan extendido dichod permisos 1i 6rdenes, el nfimero dela declaraci6n 6 el de la fianza que aparezca en el permiso, los detalles 6 particulares que en dichos permisos i 6rdenes se especifiquen; las marcas, nimeros y descripci6n de los




bultos cuya descarga se haya ordenado y d qit Almacen pfiblico, dep6sito S fi otro sitio hayan sido enviados los lotes de mercancias respectivos. La libreta de descarga de cada buque sera debidamente firmada y entregada al Inspector General del ,Puerto, segfin se especifica en el siguiente articulo.
Art. 51. Tan pronto como sea posible entregarin al Inspector Gene, ral del Puerto su libreta de desearga, acompafiada de todos los permisos y 6rdenes de desca4rga y de todos cuantos comprobantes se relacionen con las disposiciones 6 destino que se haya dado al cargamento; asi comic un estado demostrativo del resultado y disposici6n que se haya hecho del mismo. Primero, se anotard en dicha libreta el permiso de equipaje, si lo hubiere, y luego, separadamente: primero, todos los permisos para entrada libre; segundo, los permisos de consumo; tercero, los de Almac6n; cuarto, los de entrega para transportaci6n inmediata; quinto, los de eatrega al Inspector General del Puerto de mercancias para ser transportadas 6 exportadas, con especificaci6n, en la columna correspondiente, de los bultos que fueron descargados, enviados a almacenes y de los entregados al Inspector General del Puerto.
En el estado explicativo del resultado de la descarga y en cada lote de mercancias entregado bajo permiso de consumo, deberd hacerse constar, en cada caso, el niimero de la declaraci6n correspondiente, y en los de mercancias entregadas bajo fianza, ya sean para su dep6sito, exportaci6n 6 transporte, deberi hacerse constar en el estado el nfimero de la fianza. En la columna del margen deberin anotarse todos los bultos que "no resulten de conformidad con ros permisos" 6 que "no' se hayan encontrado a bordo", y frente la entrada de cada permiso de Almacen el nombre de aqul1 6 donde haya sido enviada la mercancia; 6 si hubiese sido entregada al Inspector General del Puerto, el lugar de su destino. Debe tenerse cuidado especial en hacer constar la fecha exacta de la descarga de las mercancias, y si Asta se ha efectuado en mias de un dia, deberA hacerse constar el primero y el filtimo en que cada lote fu4 descargado. Despues que hayan sido anotados los permisos mencionados, el Inspector anotari, bajo su columna respectiva, todos los bultos por nilmeros y marcas -que hayan sido enviados al Almacen de Vistas, Oficina de Muestras, Almacen de Orden General 6 algfin otro sitio mediante orden especial, asi como todo el equipaje de pasajeros que haya sido enviado los Almacenes pfiblicos. Por cada bulto 6 lote de mercancias asi dispuesto, deberai exigirse el correspondiente recibo, de acuerdo con lo expresado en el estado. Despubs de haber dado cuenta del cargamento, deberd anotar, al final del estado, una lista de todos los efectos pertenecientes al rancho, asi como del carb6n que pertenezca 6 bordo. Dichos estados deberin ser firmados, respectivamente, por los Inspectores bajo cuya vigilancia se hayan hecho las entregas de las mercancias. De igual modo se harin constar los nombres de los Pesadores, Medidores 6 Cubicadores que hayan intervenido en cualquiera de las operaciones.
NOTA.-E1 texto ingl& dice: .and of all the coal remaining in the vessel". Traducci6n: y de todo el carb6n que quede bordo.-N. del A.)
Art. 52. Los Inspectores de descarga deber n dar cuenta delos effects que pertenezan A bordo de los buqu~s despubs de haber expirado el tiempo autorizado para su descarga, con objeto de que los Administradores pudean posesionarse de los mismos como "mercancias no reclamadas". Antes de dar cuenta de que el buque ha terminado por completo su. descarga, deber6n pasarle visita de fondeo.




(NoTA.--El texto inglis dice: "Discharging inspector shall make report of goods remaining on board, et." Traducci6n: Los Inspectores de descarga darn cuenta de los efectos que queden a bordo, etc.-N. del A.)
Circular nimero 1, de la Secretaria de Hacienda, de Enero 5, 1910.
A solicitud de los consignatarios, los Inspectores de descarga levantarLn acta, que remitirin al Administrador por conducto reglamentario, de los bultos que presenten sefiales de haber sido ablertos, detallando el estado en que se encuentran y precintandolos.
PESADORES
Art. 53. Los Pesadores ser~in destinados en el servicio por los Inspectores Generales de Puertos. En aquellos puertos donde no exista
mas que un Pesador, Aste distribuira el trabajo entre sus auxiliares y sera responsable de la correcci6n y fiel desempefio de los deberes de aquellos, dando cuenta al Inspector General del Puerto de cualquier falta 6 negligencia en el servicio por parte de cualquier funcionario de Aduanas ui otro empleado de la misma.
Deber~in los Pesadores encontrarse en los sitios donde hayan sido destinados siempre que en ellos se esten manipulando mercancias de buques que estin descargando, procedentes de puertos extranjeros. Deberan examinar y sacar copias de todos los permisos que se encuentren en poder de los Inspectores de descarga, siempre que los Administradores hayan, al designar los efectos enumerados en dichos permisos, ordenado el peso de los mismos, ejerciendo una inspecci6n personal del peso de dichos articulos 6 mercancias. No se ausentarin de su Oficina 6 Distrito durante las horas reglamentarias, a menos que para ello cuenten con la autorizaci6n debida, ni permitirin que nadie mas que su auxiliar tome los pesos 6 toque el brazo de la romana.
Art. 54. Cada Pesador deberi compulsar sus romanas y pesas, comprobindolas con los tipos oficiales, por lo menos dos, veces al afio, 6 tan pronto como sea posible despubs del 1? de Enero y del 1? de Julio, asi como tambien todas cuantas veces sean necesarias para conservarlas de conformidad con los tipos oficiales.
Art. 55. Los Inspectores Generales del Puerto proveerin a los Pesadores de las libretas de peso en blanco para los muelres que sean necesarias, en cuyas libretas deberi anotarse diariamente el peso exacto y verdadero de cuantos efectos se pesen, con especificaci6n de la fecha en que se efectu6 dicho peso. Dichas libretas deberin llevarse de tal manera que contengan una relaci6n perfecta de todas las mercancias pesa-. das. Se copiara, en primer termino, el permiso 61 orden de peso correspondiente, procediendo luego, en todos los casos en que las mercancias hayan de pesarse por nfimeros, a anotar el nimero y peso de cada bulto pesado por 61. Los pesos ahotados por el Pesador en cada columna de su libreta, deberan sumarlos, debiendo aparecer los pesos netos y bruatos de cada partida, recapitulindose al final de todas las partidas los pesos brutos totales. En la cubierta exterior de la libreta deberd anotarse el nombre del buque, la fecha en que la libreta se entrega en la Oficina del Inspector General del Puerto y la firma del Pesador. Siempre que lo disponga el Administrador, para los fines de liquidaci6n, le serin entregadas las libretas de peso para su examen y comprobaci6n.
Art. 56. Con objeto de facilitar la ripida liquidaci6n de los derechos, los pesadores deberin extender un certificado de peso de los articulos comprendidos en cada permiso, tan pronto como se haya obteni-




do dicho peso. Las libretas de peso deberain ser entregadas at inspect tor General del Puerto para ser archivadas como documentos piiblicos, deitro de los seis dias despues que el buque haya terminado su desearga. Pa. ra eada buque se llevard una libreta separada.
Circular ntimero 146, de la Secretaria de Hacienda, de Octubre 3 de 1903.
Dispone que 1as libretas del peso del ganado se lleven claramente, escritas con tinta, y se conserven en las Aduanas.
Art. 57. Antes de proceder al peso de ninguna mercancia, el pesador debe cerciorarse de que la romana se encuentra al fliel. Como de esto depende la correcei6on en los pesos, el brazo de la romana deberh conservarse siempre limpio y frecuentemente compulsado con los tipot oficiales. Cuando el brazo de la romana se encuentra en posici6n horizontal, indica el peso; pero, como al pesar las mercancias raras veces su. cede que el brazo se mantenga en una posici6n fija, sino que oseilard er direcci6n ascendente C descendente, el peso deberi siempre tomarse en e. ascenso del brazo. Los pesadores deberAn iaircar en eac!a 1ulto el pest del mismo.
Art. 58. Una vez que se haya dado el certificado por el Pesado del resultado del peso, no podra ser cambiado ni enmendado 6 corregid por eI sino mediante autorizaci6n del Inspector General del Puerto. El estado que haya sido enmendado 6 corregido debera expresar Ia causa i que ha obedecido dicha enmienda 6 correcci6n, y debera ser comprobad y firmado por el Pesador antes de ser presentado al Inspector Genera del Puerto para su aprobaci6n. Las cifras originales deberan ser canceladas por medio de rayas cruzadas, escribiendose A continuaci6n las ci frpas ~nuevas de manera que puedan verse ambos guarismos. Cuando st autoriza la correcci&n 6 enmienda de un certificado 6 resultado de peso el pesador debera hacer igual enmienda en su libreta de muelle, con e fin de que est& de acuerdo con aqul.
Art. 59. En toda partida de railes de hierro 6 acero para ferroca rriles, se pesara' un nilmero suficiente de barras de igual tamafio, cor objeto de obtener el peso promedio, contindose el nfimero total de barra y dando cuenta del resultado obtenido del peso en la misma forma que se hace con otras mercancias. Pero, si segiin el resultado obtenido poi el pesador, el peso comparado con el de la factura no varia mis de u dos por ciento, se tomara como base para la liquidaci6n de la hoja, e peso de ola factura. iEn los casos en que sea mayor la diferencia, se pr, cederA al peso total de toda la partida.
Art. 60. Siempre que en un permiso u orden e ordene el peso d
alguna mercancia y que se extienda certificado especial del mismo, el Pe sador pesarA los efectos designados, extendiendose sin' demora l certifi cado correspondiente en forma separada y distinta de las demas. Si mercancia ha sido embarcada antes de haberse recibido la orden de pest por el Pesador, deberA hacer constar el hecho al respaldo de a orden y devolverla al Inspector General del Puerto. Los resultados general del peso de un cargamento, deberAn ser enviados al Administrador den tro de los seis dias despubs que el buque haya terminado su descarga Certificados 6 copias de peso seran extendidos por el Inspector Genera del Puerto 6 por el Administrador, donde no exista aquel funcio nario
CAPITULO IV
FIANZAS DE EMPLEADS D ADUANAS




bajo su custodia dinero 6 propiedades, los Guarda Almacenes, y tales otros empleados para quienes asi lo ordene el Administrador deo las Aduanas de Cuba, deberin prestar una fianza que garantice el fiel desempefio de sus deberes.
Orden Civil nfimero 142, del Cuartel General, Departamento de Cuba, de Mlayo 10 de 1902:
En las Ordenanzas de Aduanas las palabras "Secretario de Hacienda se entenderd que estan estampadas donde quiera que l est6n las de "Administrador de las Aduanas de Cuba" 6 las de "Jefe del Servieio de Aduanas".
Art. 62. Las fianzas serin en la forma que disponga el Administrador de las Aduanas de Cuba, por medio de Trust 6 Compafiias de Fianzas legalmente autorizadas para hacer operaciones en la Isla de Cuba, como finicos fiadores, 6 por lo menos, con dos fladores a satisfacci6n del Administrador de las Aduanas de Cuba.
El importe de la fianza seri fijado por el Administrador delas Adanas de Cuba.
Orden Civil nfimero 142, del Cuartel General, Departamento de Cuba, de Mayo 10 de 1902:
En Jas Ordenanzas de Aduanas las palabras "Secretario de Hacienda" se entender que estin estampadas donde quiera que lo est~6n las de "Administrador de las Aduanas de Cuba" 6 las de "Jefe del Servicio de Aduanas":
Art. 63. A los empleados que deban por el presente prestar fianza, no se les dar a posesi6n de sus destinos mientras no hayan prestado dichas fianzas, y istas hayan sido aceptadas. Los Jefes de Aduanas que
no cumplan con las prescripciones de este articulo, seran responsables de las consecuencias que puedan sobrevenirles.
CAPITULO V
VIGILANCIA DE ADUANAS
Art. 64. Con el objeto de asegurar el cobro de los derechos legales las Aduanas ejercerin la vigilanicia necesaria sobre las costas, empezando desde el momento en que el buque entre en las aguas jurisdiccionales de la Isla de Cuba, y terminando cuando la mercancia imporiada por el mismo haya sido legalmente despachada por las Aduanas, con excep.i6n de los casos en que existan sospechas justificadas de fraude, en los cuales no se perdera de vista la mercancia, siguiendola en su conduicci6n por buques de cabotaje, por ferrocarril 6 por cualquier otro niedio de transporte de un punto a otro de la Isla, por mar 6 tierra, hasta hacer un nuevo examen de la misma y exigir la prueba de haberse satisfecho sus derechos en la Aduana del lugar de su destino.
Las aguas jurisdiccionales de Cuba se extienden A cuatro leguas de las costas de la Isla 6 de los cayos pertenecientes a la misma.
Art. 65. A la llegada al puerto de un buque no se permitira a ninguna persona, con excepci6n de los practicos, Oficiales de Sanidad y de Aduanas, C6nsules y Agentes del buque (autorizados por la Aduana) entrar 6 salir del mismo sin permiso del Inspector de Aduanas encargado de dicho buque, hasta que todos los pasajeros y sus equipajes hayan desembarcado; y, en los casos en que no conduzean pasajeros, hasta que el buque se encuentre perfectamente amarrado 6 se haya obtenido el permiso de su Capitin.




Ser6a ilegal por parte del Capitan de cualquier buque de procedencia extranjera que no necesite de auxilio, despubs de su 1legada, dentro de un distrito de Aduanas de la Isla de Cuba, el permitir 6. ninguna persona personas entrar 6 salir del buque, con excepci6n de los pr6cticos, Inspector de Aduanas, & de Sanidad y Agentes del buque (con autorizaci6n de la Aduana) mientras no haya tornado posesi6n de dicho buque el Inspector de Aduanas que haya de encargarse del mismo, y, aun despues de haber Aste tornado posesi6n sin su consentimiento, hasta que hayan desembarcado todos los pasajeros con sus equipajes. Por violaci6n de este articulo 6 por permitir 6 dejar de impedir su infracci6n incurrir6 el Capitdn de dicho buque en una multa que no exceder6a de cien pesos.
Ser6A ilegal por parte de cualquier persona que no sea pr6ctico del puerto, Oficial de Aduanas, 6 de Sanidad y Agente del buque, el penetrar 6a bordo del mismo con 6 sin el consentimiento del Capit6n, mientras dicho buque no se encuentre bajo la custodia de un Inspector de Aduanas y aun despubs sin su consentimiento, mientras no hayan desembarcado todos los pasajeros con sus equipajes.
Ser6a ilegal por parte d6 cualquier persona encargada de remolcad9res, botes de remo 6 de cualquier otra clase, el liegar al costado de un buque, de procedencia extranjera, y dejar 6a bordo del mismo 6a cualquier persona que no sea de las autorizadas, conforme se citan en las presentes Ordenanzas.
Art. 66. La vigilancia de Aduanas se ejercera:
Primero. En las aguas jurisdiecionales por los Guarda-costas.
Segundo. En las Aduanas, en los puertos de llegada y en cada uno de los distritos de Aduanas por todos los empleados interiores de la Aduana y por el Cuerpo de Inspectores, en el cual est6n comprendidos todos los Inspectores de Aduanas, de cualquier clase que sean.
Circular nfimero 9, de la Secretaria de Hacienda, de Junio 20, 1902.
Dispone que se ejerza la mayor vigilancia en los eayos adyacentes al puerto, respecto A las embarcaciones que para el raque 6 la pesca'se acerquen a ellos, tomAndose informes de los buques costeros sobre los que avisten en su travesia, a fin de dar cuenta con brevedad A la Secretaria de Hacienda.
CAPITULO VI
IMPORTACION POR MAR
SECCI6N PRIMERA
Disposiciones generales.
Art. 67. Ninguna nefeancia de cualquier clase que sea puede ser introduciPa legalmente en la Isla de Cuba sin pasar por la Aduana debidamente establecida al efecto, debiendo presentarse dichas mercancias 6 la Aduana para su reconocimiento y p6ago de derechos de Aduana, si estuvieran sujetas 6 tales derechos.
Los empleados encargados del deber de recaudar las rentas de Aduanas actuarin sin restricciones de ninguna clase,- para asegurarse de la exactitud de todas las operaciones conducentes 6 este objeto. Los empleados de Aduanas tendr6n derecho no s61o de abrir los bultos y espacios oeultos, sino tambiin de destruir dobles condos, particiones, 6 marparos, etc., que puedan impedirles el asegurarse de que los espacios va-




33
cios ocultos no contienen objetos que adeuden derechos, ni darn este proeeder derecho alguno a reclamaci6n por dafios y perjuicios que puedan haberse ocasionado por este medio bien a la mercancia 6 al buque.
Todos los gastos que se originen f las Aduanas por acarretos, almacenaje y otras operaciones necesarias que se relacionen con la mercancia, se cargarin & la misma mercancia.
Art. 68. La importaci6n por mar empieza desde el momento en que el buque importador entra en las aguas jurisdiccionales de Cuba, con intenci6n de descargar en alguno de sus puertos, y no se completa hasta que los derechos que adeude la mercancia hayan sido pagados 6 est6 asegurado su pago, 6 bien, si dicha mercancia exth exenta del pago de dereehos hasta que haya salido legalmente de la jurisdicci6n de la Aduana.
Circular nfimero 4, de la Secretaria de Hacienda, de Enero 30 de 1906.
Pone en vigor el siguiente modelo:
ADUANA DE ...............
(Modelo de certificaci6n de mercancias importadas.)
(Nombre del que certifica) (Cargo que desempefia)
a
de la Aduana de ................ y de la que es Administrador ................
Certifico: que por ..................... de que es Capitin ..............
(Clase, Bandera y nombre del buque) (su nombre)
y son consignatarios en este Puerto ............ y cuyo buque procede de.........
(sus nombres) (puerto de salida)
se ha importado de ........., remitido por ........ y para ...................
(plaza de origen) (remitentes) (nombre de los importadores)
declarfindose en hoja Nim. ... Partida del manifiesto Nfim. ... lo siguiente, cuyos derechos ascendentes ......... fueron satisfechos segfin carta de Pago Nfim .....
de .............
(fecha)
Nfimero Marca E SO0
y clase de y
bultos Nurneraci6n Bruto Neto VA LOR CONT ENIDO
Y para que conste y petici6n de los Sres.......................... expido la
presente en ........ .... de ..................
Vto. Bno.
(firma del que certifica)
SUMINISTRO AL EJERCITO DE LOS ESTADOS UNIDOS, ARMADA Y SERVICIO MARITIMO DE IIOSPITALES
Art. 69. Todos los suministros y materiales pertenecientes 4 los Es-




tados Unidos que se importen en Cba para uso del Ejircito, Armada y Servicio Maritimo de Hospitales y Cuerpo de Marina de los Estados Unidos, serdn sujetadndose 6 la' s oportunas restricciones que prescriba el Gobernador Militar, admitidos libres de derechos.
Los suministros de Factorias, estando limitados a los articulos que el Departamento de la Guerra permite que sean vendidos par Factoria, serdn admitidos libres de derechos siempre que se acompan~e a la declaracidn una declaracidn jurada, en la forma prescrita, par el Oficial encargado de dicha Factoria. Este privilegio se entender4 que no incluya ninguna importacidn de malta, licores vinosos, 6 alcoh6licos, y se concederd sdlo 6 aquellas factorias en que intervienen oficiales comisionados de las guarniciones.
Circular nimero 314, de la Secretaria de Hacienda, de Noviembre 11 de 1904.
En virtud de lo estipulado en el Convenio de 2 de Julio de 1903, reglamentando el arrendamiento de las Estaeiones Navales y Carboneras, todas las disposiciones anteriores sobre franquicias arancelarias en favor de individuos del Ejdrcito y la Armada de los Estados Unidos, quedan derogadas, debiendose satisfacer los derechos correspondientes A los efectos que importen por puertos de la Repliblica de Cuba.
(Habiendo cesado el Gobierno Provisional, parece que debe considerarse como una disposici6n transitoria, que ya surti6 sus efectos, el Decreto ndmero 13, de Octubre 12 de 1906, reproducido por Circular nAimero 19, de la Secretaria de Hacienda, do dicho afio, restableciendo las franquicias arancelarias & que se refiere este articulo 69 de las Ordenanzas.---N. del A.)
Y
Art. 70. Todos los articulos y suministros que sean comprados por algfin Departamento del Gobierno 6 Municipalidad, 6 persona oficial, de fondos adjudicados de las rentas insulares, estin sujetos al pago de derechos.
NOTA.-La Circular ndimero 40, de la Secretaria de Hacienda, de Noviembre 27, 1902, autorizando la franquicia arancelaria al material de guerra importado por eI Ejbrcito de Cuba 6 el Servicio de Guarda-Costas, fu6 revocada por la ndfimero 340, de Marzo 10, 1905. Vase, no obstante, el Art. 73 del Reglamento para el Gobierno do las Secretarias del Despacho del Poder Ejecutivo.-N. del A.
Circular nfimero 115, del Administrador de las Aduanas de Cuba, de 10 de Agosto de 1901.
Establece en sus i1timos parrafos, que el anterior articulo 70 de estas Ordenanzas no subroga, ninguna disposici6n contenida en las Franquicias aranelarias; por lo que cualquiera mercancia en ellas comprendida se admitira libre de dereehos, siempre que se cumplan las condiciones y formalidades fijadas para cada caso.
Art. 71. Toda Ia oleomargarina que se importe en la Isla de Cuba, tendrd que traer marcada en la parte mis visible que sea posible, sobre cada tina, cufiete 6 cualquier otro envase que sea el que contiene dicho articulo la palabra "Oleomargarina" en letras claras romanas cuyo tamafio no debera ser menor de media pulgada cuadrada, conservandose. continuamente en los mismos envases con su marca, hasta su venta.
2. Para los efectos de este articulo, ciertas sustancias, manufacturadas, ciertos extractos y ciertas mezelas y composiciones con mantequilla, se reconocerin y designarin como "oleomargarina", las que siguen:
Todas las sustancias conocidas hasta aqui como oleomargarina, 6leo, aceite de oleomargarina, "buterina", "lardine", "suine" y neutral; todas las mezelas y composiciones de oleomargarina, 6leo, aceite de oleomargarina, "buterina", "lardine", "suine' y neutral; todos los extrac-




tqs de manteca y de sebo, y todas las mezelas y composiciones de sebo, gordo de carne de vaca, sebo en rama (suet), manteca, aceite de manteca, aceite vegetal, achiote (annotto) y otras materias colorantes, gordura de los intestinos, y gordura de desperdicios imitando, 6 semiejando, mantequilla, 6 que sea hecha con la intenci6n 6 calculo de vender como mantequilla 6 por mantequilla.
3. Los Administradores de Aduanas, ademis de sus otros deberes inspeccionaran todas las importaciones de oleomargarina.
Toda persona, raz6n social, 6 corporaci6n que intente importar en la Isla de Cuba oleomargarina sin dar cumplimiento a lo que se dispone en la presente orden, se entenderk que pierde la mercancia por raz6n de importaci6n fraudulenta, la cual sera decomisada y vendida por el Administrador de Aduanas en la forma y manera prescrita para la dicha venta de efectos decomisados y confiscados. El producto de dicha venta
y ventas se depositary en la Tesoreria de la Isla de Cuba.
4. En adici6n a la penalidad que se marca en el pirrafo 3 de este articulo, cualquier persona, raz6n social, 6 corporaci6n que deje de cumplir con lo que se dispone en este articulo quedard sujeto las multas y penalidades prescriptas en la Circular nfimero 31, Divisi6n de Aduanas y Asuntos Insulares, fecha 24 de Agosto 1899, del mismo modo que si tales fraudes fueran cometidos en contra de las rentas de Aduanas de Cuba.
(NOTA.-La Circular nfimero 31 que se cita anteriormente, esti comprendida en el texto del articulo 221, con poca diferencia.-N. del A.)
Circular nfimero 170, de la Secretaria de Hacienda, de Noviembre 13, 1903.
Solicitaba informes de las Aduanas sobre la pr~ictica para dar cumplimiento la Circular nimero 7, de Agosto 19, 1900, del Cuartel General, Divisi6n de Cuba, 6 sea, una especiflcaci6n del procedimiento seguido por los Vistas para la inspecei6n de las marcas, etc., de la oleomargarina y cualquier otro producto que se importe y est6 6 se sospeche que se haya adulterado.
(NOTA.-La Circular citada, y que se public6 en la Gaceta del 21 de Agosto de 1900, esti contenida, con ligeras alteraciones, en el articulo 71 de las Ordenanzas, que antecede.-N. del A.)
Circular nuimero 247, de la Secretaria de Hacienda, de Abril 21, 1904.
Reproduce comunicaci6n de la Secretaria de Gobernaci6n en que se recomienda la m~is estricta vigilancia para que se cumplan las condiciones que establece la Circular nfimero 7, de 19 de Agosto de 1900, en la importaci6n de oleomargarina.
Circular nufimero 296, de la Secretaria de Hacienda, de Septiembre 9, 1904.
Dispone que la parte m's visible de los envases de oleomargarina es la lateral y no la tapa 6 el fondo, debiendo rotularse de manera indeleble, con letras claras romanas, cuyo tamafio no deberi ser menor de media pulgada, separando el prineipiG del fin de la palabra oleomargarina por medio de un gui6n, de manera que se distinga perfectamente bien el r6tulo.
Art. 72. En los despachos de pasajeros, equipajes, Ui otros efectos, lc derechos que no excedan de un peso en una sola consignaci6n pueden ser condonados por el Administrador de Aduanas.
(El filltimo pdrrafo del articulo 122 dispone lo mismo.-N. del A.)
Art. 73. Los articulos ficiles de identificar que se deseen exportar de la Isla de Cuba con objeto de ser reparados, previa instancia al Ad-




ministrador de Aduanas, e identificindose en la Aduana por donde se exporten, podran ser reimportados libres de derechos, reidentificidose, con sujeci6n las restricciones que prescriba el Administrador( de las
Aduanas de Cuba. Dichos articulos adeudardn, no obstante, por las reparaciones que hayan sufrido a raz6n de 20 por ciento advalorem.
Cuando se estin practicando los aforos bien sea en los muelles 6 en el almacin de vistas, quedard excluida toda persona que no sea los empleados designados por la Aduana para presenciarlos, a menos que el Ad. ministrador de la Aduana conceda permiso al efecto.
Orden Civil nfimero 142, del Cuartel General, Departamento de Cuba, de Mayo 10 de 1902:
En las Ordenanzas de Aduanas las palabras "Secretario de Hacienda" se entender& que estin estampadas donde quiera que lo estdn las de ''Administrador de las Aduanas de Cuba" 6 las de "Jefe del Servicio de Aduanas".
Circular nfimero 128, de la Secretaria de Hacienda. de Julio 27, 1903.
Para que los articulos de facil identificaci6n que se remiten al extranjero, con el fin de que sean reparados, puedan reconocerse cuando se reimportan, gozando de los beneficios que en tal caso conceden estas Ordenanzas, se observarin las siguientes reglas:
1-Se solicitard del Administrador el permiso para el reconocimiento y remisi6n.
2#-Esta solicitud se hard por triplicado en los modelos especiales de p61izas para exportaci6n, expresando en ellas con toda claridad:
(a)-El nombre del solicitante.
(b)-E1 buque 6 la via por la cual se embarca 6 remite el articulo, y el lugar de destino del mismo.
(c)---4La descripci6n del articulo, con sus marcas, nimeros, peso, tamafio, etc., es decir, todos aquellos datos quo faciliten la identificaci6n de dicho articulo, al ser devuelto la Isla.
34-E1 Administrador, en los casos en que proceda conceder la solicitud, por tratarse de un articulo de facil identificaci6n, ordenard el reconocimiento del mismo por un Vista, que expiesard su conformidad con la descripci6n hecha por el exportador, extendidndola a su vez en el lugar correspondiente, con tinta roja, y afiadiendo todos aquellos detalles que omitiera el remitente y juzgue convenientes para la mejor identificaci6n del articulo a su regreso.
4 -Si el articulo se remitiera al extranjero por Correo 6 por otro conducto, asi so hard constar en las p61izas en los lugares correspondientes al nombre del buque; pero si fuere embarcada como mercancia, serd conducida bordo bajo la custodia de un Inspector, que certificard la entrega al final de la p61iza, al dorso, en el lugar n blanco que para ese fin alli se ha dejado.
Una de las p61izas firmada por el Vista y el Jefe de la Secci6n, serd entregada al interesado, y la otra quedard archivada por el Contador, para sus efectos al regreso de la mercancia.
54---Al hacer la declaraci6n de la mercancia, cuando sea devuelta,'el interesado unird A esa declaraci6n la p61iza que le fud entregada.
El sefior Jefe de la Secci6n de Importaci6n cotejard esa p61iza con la que qued6 archivada en manos del Contador, uniendo una de ellas d la declaraci6n principal y la otra & la duplicada.
6-E1l Vista, al extender su aforo, hard constar su conformidad con los extremos que expresan las p61izas, si asi resultare, 6 dard parte de que el articulo no concuerda con la descripci6n que hace la p61iza, segfin sea el caso.
74----1 importador unird Aa declaraci6n la factura consular correspondiente al articulo, expresando el valor de las reparaciones sufridas.
Si la importaci6n so verificase por otro puerto que aqu4l por el cual se export6 y reconoci6 la mercancia, el Administrador del puerto de importaci6n solicitarA del Administrador del puerto de exportaci6n la p61iza correspondiente, que qued6 archivada por el Contador, procediendo despuds como se dispone en los apartados
5 en adelante.
Ninguna mercanca remitida al extranjero para su reparaci6n, con la cual no se hayan cumplido todos estos requisitos, 1inicos que los Administradores de Aduanas juzgan bastantes para establecer la identidai entree el articulo exportado y el que se importa, podrd gozar de los beneficios que sefiala el articulo 73.




Circular nfiumero 353, de la Secretaria de Hacienda, de Abuil 29, 1905.
A los articulos que se exporten para su reparaci6n al ser reimportados so les liquidairin sus derechos con arreglo a lo dispuesto en estas Ordenanzas, agregindoles el Recargo arancelario que determina el Decreto Presidencial nfxmero 44, y en su caso, haciendoles Ja bonificaci6n que corresponda segin el Tratado de Reciprocidad con los Estados Unidos de America previa la justificaci6n dispuesta.
SECCI6N SEGUNDA
Capitanes de buques y sus manifiestos.
Art. 74. Todos los buques se pondrin a su llegada bajo la inspecci6n de la Aduana hasta haber terminado debidamente su desearga. Los pasajeros que no conduzean mercancias en su poder podran desembarcar sin demora.
Circular nfimero 25, de la Secretaria de Hacienda, de Septiembre 8, 1902.
Los Administradores de Aduanas no intervendrin en las cuestiones que se susciten entre Capitanes y tripulantes extranjeros; si bien de autorizarse el desembarque, de uno 6 mas de la tripulaci6n, estarin los Capitanes obligados a informar A aquellos Jefes, fin de que se cumplan las Leyes de inmigraci6n, asumiendo los C6nsules respectivos la responsabilidad de que los individuos dejados en tierra no serin una carga 6 gravamen para el Gobierno de la Repfxblica.
Art. 75. Dentro de las veinte y cuatro horas despubs de la llegada de un buque, el Capitfin, bajo la penalidad que ms adelante se marcarm aqui, en caso de falta de cumplimiento, presentar al funcionario
encargado de recibirlo un manifiesto de la carga, con inclusi6n de cada encargo 6 paquete que conduzca el buque; cuyo manifiesto deberi estar certificado por el juramento del Capitin.
Todo Capitin de un buque extranjero presentark en el acto de la entrada al Administrador el registro Ui otros documentos en su lugar, acompafiados del despacho y demas papeles que le hayan entregado los funcionarios de Aduanas del puerto de salida para Cuba, y dentro de las cuarenta y ocho horas despues de la entrada, depositary los mismos en manos del C6nsul 6 Vice-C6nsul de la naci6n a que corresponda el buque, si lo hubiere, (en caso contrario en manos del Administrador de Aduanas del Puerto), hasta que el Capitan haya pagado los derechos de tonelaje y los demis impuestos de puerto que adeude con arreglo a las presentes Ordenanzas y eniitregard al Administrador el certificado que acredite que dichos documentos han sido depositados en manos de dicho C6nsul 6 Vice-C6nsul.
Por falta de cumplimiento de esta disposici6n, el Capitin del buque infractor quedara sujeto a una multa que no sea menos de $500.00 ni que exeeda de $2,000.00. Esta disposici6n no sera aplicable a los buques de las naciones extranjeras en cuyos puertos no se permite a los C6nsules de los Estados Unidos, conservar en su poder documentos de los buques de los Estados Unidos. Los documentos depositados en esta forma en manos del C6nsul no serin devueltos al Capitin del buque hasta que este presente al C6nsul el despacho dado por el Administrador de Aduanas del puerto en donde haya heeho su entrada el buque, y el C6nsul que contravenga esta disposici6n queda sujeto A una multa que no sea menos de $500.00 ni exceda de $5,000.00.
Artlculo 483 de la Ley Orginica del Poder Ejecutivo, promulgada por Decreto nimero 78 de Enero 25 de 1909.




Todo Capitn de buque procedente de un puerto extranjero, deer inmeia tamente, despubs de su arribo a cualquier puerto de Cuba, enviar por correo certifleada, al Interventor General de la Republica, una copia, en eastellano, del manifiesto. Al registrar el barco en la Aduana, debera presentar relaci6n jur ada de que dicha copia ha sido enviada y de que es exacta y verdadera.
De bern igualmente mandar, por correo, al Interventor, una copia, en astellano, de cualquiera correc i6n de que sea objeto el manifiesto, acompafiando relaci6n jurada.
El Capitan que dejare de cumplir esta prescripci6n, pagarA una multaque le sera impuesta por el Administrador de la Aduana correspondiente, no menor de cien pesos, ni mayor de quinientos, por cada infracci6n .
El Secretario de Hacienda, si se comprobare que no ha existido negligencia ni intenci6n de fraude, podra. reducir 6 condonar la penalidad impuesta.
(Esta disposici6n fu6 originalmente expedida por Decreto nifmero 447 del Gobernador Provisional, de Abril 24 de 1908, reproducido en Circular nfimero 34 de la Secretariat de Hacienda, de Abrfl 25 de 1908.-N. del A.)
Decreto nfimero 773, d l Gobernador Provisional, de Julio 12 de 1907.
.-El manifiesto a que se refieren los articulos 1, 7P y 76 de la Ley Aranee. aria Consilar, se sustituye por un documento especifica'tivo de que el buque trae 6 no trae carga para la Repiblica, segin el caso, sin que se exija el detalle de la misma, cuyo extremo cumplird el Capitain redactando el manifiesto antes de entrar en puerto cubano y presenth-ndola en el tiempo y la forma que determinan las Ordenanzas de Aduanas al funcionario A quien deba hacerlo. El manifiesto asi redactado lo acompafiarA el Capitin al entregarlo, de usa declaraci6n jurada quo el mismo suscribird respecto a la exactitud del manifiesto.
II.-Siempre que en los articulos 1, 72 y 76 de la Ley Arancelaria Consular se meneione el manifesto, se entenderk que a lo que se hace referencia es al docu. mento especificativo de que el buque trae 6 no trae carga para la Reptiblica.
. (Este Decreto no fu4 reproducido por Circular de la Secretaria de Hacienda.N. del A.)
(Los artlculos 1, 72 y 76 antes citados, corresponden A la Ley Arancelaria Consular anterior 6a la vigente. VYase la siguiente nota.--N. del A.)
Ley Arancelaria Consular, Decreto nAfxmero 1,076, del Gobernador Provisional, de Noviembre 11 de 1908.
Art. 57.-Los Capitanes 6 Agentes de buques nacionales 6 extranjeros que so dirijan 6 cualquier puerto de la Repfiblica, deberan presentar, dentro doe l,s doce horas anteriores la salida del buque, el manifiesto 6 documento que lo sustituya, asi como la lista de pasajeros y el rol 6 list- de tripulantes en su caso, en los Consulados de la Repiblica de Cuba, para la debida certificaci6n.
Art. 60.-Las Aduanas de la Reptiblica multarin con dobles derechos 6. todo buque que no presente los documentos que hubiese requerido su despacho, certificados por Ia Oficina Consular del puerto deo donde proceda, cuya multa sera pagada por el Capita.n 6 Agente del referido buque, sin perjuicio de la responsabilidad n qtle incurriese per el quebrantamie.nto de las Leyves de Sanidad de la Reptiblica.
Art. 53.-Esta6n exentos del pago de derechos:
D. Los servicios que se presten 6 los buques propiedad de la Repi blica, 6 pa, ra el espacho de los de la marina de guerra extranjera.
E. Los documentos que para su despacho requieran los yates de recreo y buques menores d e 30 toneladas, con excepci6n de la patente de Sanidad.
(Debr consultarse la citada Ley para conocer la cuantia de los derecos, se gfn los diversos documents quo requiera el despacho en cada caso y las condieiones del buque do quo so trate.-N. dtel A.)
Circular ndmero 105, do la Secretaria do Estado, do Diciembre 11 do 1908.
Contiene las Instrucciones para la aplicaci6n do la nuqva Ley Aranelaria




Consular promulgada por Decreto ndlmero 1,076, del Gobernador Provisional, de Noviembre 11, 1908.
Entre dichas Instrucciones, constan las que se contraen al Despacho de buques; documentos que lo comprende, manifiesto 6 documentos que lo sustituye (Decreto nmimero 773, de 1907); rol 6 lista de tripulantes; 'patente de sanidad y lista de pasajeros; easos diversos de imposici6n de los derechos; pbrdida de documentos 6 modificaci6n en sus datos; trasbordos; certificaci6n de facturas; declaraci6n de origen de las mercancias, etc., etc.
Art. 76. Si se encontrase una mercancia d bordo de un buque que no estuviera incluida en su manifiesto, presentado en la forma que disponen estas Ordenanzas, el Capitin pagara una multa de cantidad igual al valor de la mercancia, no manifestada, y todas las mercancias que se hallen en igual caso y que pertenezean 6 esten consignadas los Oficiales 6 tribulantes del buque, serin decomisadas. No se incurrird en dichos decomisos, sin embargo, si se demuestra al funeionario principal de la Aduana del puerto, que los errores y omisiones del manifiesto se han verificado sin intenci6n de cometer fraude 6 cohecho. En tal easo se le permitird al Capitin enmendar su manifiesto por medio de una nota en el mismo.
Si faltase un bulto 6 articulo mencionado en el manifiesto a la llegada del buque, 6 si la mercancia de a bordo no esta de conforniidad de alguna otra mantra con el manifiesto entregado por el Capitan, a no ser como se dispone mis arriba, el Capitin quedard sujeto a una penalidad (v6ase articulo 222) que no excedera de $500.00, pero si se puede hacer ver a satisfacci6n del Jefe principal de Aduanas del Puerto, que ninguna parte de las mercancias de ese buque ha sido desembarcada, descargada 6 alijada desde la fecha que se recibi6 a bordo, a no ser lo que especifica el manifiesto y en conformidad a lo que se obliga, 6 que el desacuerdo es debido a accidente 6 equivocaci6n; en este caso no le sera impuesta la penalidad.
Art. 77. El manifiesto servird de base para todas las operaciones subsiguientes, y expresard los pormenores siguientes:
1. La elase y nombre del buque, nacionalidad, tonelaje bruto, registro y tripulaci6n, nombre del Capitin, nombre del consignatario del buque, y puerto 6 puertos de procedencia.
2. El puerto 6 puertos donde va destinado el cargamento.
3. El nimero de bultos, mareas y nfimeros y peso bruto de los bultos que se encuentran 'a bordo, la clase de la mercancia y el nombre de los remitentes y de los consignatarios, 6 en caso de estar las mercancias consignadas I la orden, especificarlo asi. Todos los datos que so expresan se consignarfin por separado para cada puerto. El nimero y peso de los bultos se expresarin en nimeros y letras. No se admitird la mera expresi6n "mercancias" ni ninguna otra de un sentido vago.
Circular nuimero 35, de la Secretaria de Hacienda, de Septiembre 16 de 1907.
Modifica el penditimo parrafo del inciso 39 del articulo 77 de las Ordenanzas, en el sentido de dispensar que el peso de los bultos se exprese en letras, bastando que sea en niimeros.
Circular 'nimero 53, de la Secretaria de Hacienda, de Enero 14, 1903.
La penalidad que sefiala el inciso 59 del articulo 224 de estas Ordenanzas so refiere A todos y no A eada uno de los errores que se noten en un manifesto, teni6ndose en cuenta el maximum y ininimum de aqu611a, segfin la importancia de las equivocaciones. A discreci6n del Administrador.
Circular niimero 230, de la Secretaria de Hacienda, de Marzo 8 de 1904.




Recuerda el cumplimiento del p'rrafo 39 de este articulo, y del 29 del 224.
Circular nimero 274, de la Secretaria de Hacienda, de Julio 5 de 1904.
Aclara la Circular nuimero 230 de Marzo 8, 1904, y dispone que cada Administraci6n d6 cumplimiento al pirrafo 39 del articulo 77, imponiendo tambidn cada una la penalidad que sefiala el pkrrafo 29 del articulo 224, en sus respectivos maniflestos parciales, debiendo entenderse, que la Circular nimero 53 de Enero 14 de 1903 ha de aplicarse igualmente en cada Aduana y sobre las diferencias que en sus manifiestos encontrAren.
Circular nfimero 360, de la Secretaria de Hacienda, de Agosto 3 de 1905.
En cuanto a la descripci6n de los bultos en los manifiestos y no admitirse la mera expresi6n de "mercancia" 1 otra alguna de sentido vago, se resuelve que como tales y anilogas se entenderin las de "efectos", "generos", etc., debiendo aceptarse las de "drogas", ferreteria", 'qtiincalla", "muebles", tablas"' 6 tablones de madera"I' 6 cualquiera denominaci6n que guarde sentido y se relacione con la clasificaci6n .arancelaria.
(Vease el Art. 75 y sus notas.-N. del A.)
4. Los cargamentos a granel serin declarados en los manifiestos
por numeros, peso 6 medida, segfin adeude derechos la mercancia de que se compone el eargamento, por nfimero, peso 6 medida, s61o que el peso se ha de expresar en todos los casos, adeude 6 no la mereancia por el mismo.
5. El manifiesto puede ser redactado en el idioma de la naci6n a que pertenezea el buque, pero el Capitin entregara al Administrador de Aduanas, dos copias en espafiol, dentro de las veinte y cuatro horas despues de haber entregado el manifiesto original.
6. Cuando un buque haga escala en varios puertos, podri el Capitin a su elecci6n, preparar y certificear segfin se dispone en el articulo 75, un manifiesto de todo el cargamento en el filtimo puerto, 6 de aquil cn que da principio su viaje a la Isla de Cuba, 6 puede traer maniflestos separados para cada puerto que trae carga. En el iltimo caso, afiadira al manifiesto que certifica, y aquf1 del puerto que inmediatamente le preceda, una nota que relacione los dos documentos a fin de que no sea posible dejar de presentarse ninguno de los manifiestos.
7. Todo lo escrito entre lineas, adiciones 6 correcciones que no esten salvadas por certificaci6n del Capitin, son nulos y sin valor.
8. Si los duefios, remitentes 6 consignatarios notasen algin error en el manifiesto certificado del Capitin, se lo comunicaran al Administrador de'la Aduana del Puerto a donde se dirige el buque, cuyo Administrador permitird 6 no, segfin las circunstancias del caso, su correcci6n, teniendo el Capitin el derecho de apelar* al Administrador de las Aduanas de Cuba.
Orden Civil nfimero 142, del Cuartel General, Departamento de Cuba, de Mayo 10 de 1902:
En las Ordenanzas de Aduanas las palabras "Secretario de Hacienda" se entenderd que estin estampadas donde quiera que lo esten las de "Administrador de las Aduanas de Cuba" 6 las de "Jefe del Servicio de Aduanas".
9. Los Capitanes que entren en puerto de arribada por mal tiempo no necesitarin presentar manifesto certificado, pero prepararitn y presentarin una copia del mismo, segfin dispone el articulo 78.
Circular niimero 36, de la Secretaria de Hacienda, de Mayo 13 de 1908.




41
Se autoriza 'el despacho de buques a recibir 6rdenes en los Semniforos de los puertos de la Habana y Santiago de Cuba, siempre que vengan despachados en esa forma y se eumplan por sus consignatarios lo siguiente:
Presentaei6n de una solicitud al efeeto, expresando el nombre del buque, su elase, nacionalidad, nombre del capitin, puerto de procedencia, fecha de salida, puerto de Cuba adonde debe dirigirse, carga que va a tomar y las 6rdenes que se desee trasmitirle.
Una vez verificado, el Administrador -comunicard por la via mas rkpida al puerto de destino todos estos particulares, para que alli se ad~inita el despacho a su Ilegada.
Al hacer su entrada el buque en el puerto de destino, el Administrador de esa Aduana lo avisarA al de' la en que el buque reeibi6 las 6rdenes para constancia en el expediente.
Si las 6rdenes son para dirigirse al extranjero, solo se requerird la petici6n de despacho con el nombre del capit'n y el buque, expresIndose las 6rdenes que quieran trasmitirsele las cuales dispondr el Administrador que se envien inmediatamente.
Los Administradores quedan autorizddos para despachar buques* al Morro de la IHabana 6 al de Santiago "a recibir 6rdenes", haci6ndolo constar asi en los documentos, siempre que los consignatarios previamente lo soliciten, haciendo constar los nombres del buque y del capitin, bandera, fecha de salida y carga que conduce.
Admitida la solicitud, se ordenard el cierre de escotillas, poniendoles el sello de la Aduana que se conservard intacto, levantindose solo por los funcionarios de la Aduana de Cuba adonde finalmente se destine el buque.
La Aduana de la Iabana 6 de Santiago seran notificadas, con expresi6n de los datos de la solicitud para que puedan aceptar el despacho y expedir las 6rdenes que requieren los consignatarios.
Lo dispuesto en esta Circular no es aplicable los buques que conduzcan carga para Cuba, los cuales vendr'n consignados los puertos habilitados pars cuyos distritos conduzean las mercancias.
(Las Circulares ndineros 27, de 1906, y 17 de 1908 zontienen parcialmente las disposiciones de la anterior.-N. del A.)
Art. 78. Si un buque destinado al trifico extranjero entrase en alguin otro puerto que no fuera el de su destino, de arribada por mal tiempo, persecuci6n 6 mal tratamiento de enemigos, i otra necesidad, debidamente confirmada, se le concedera al Capitin un termino de tres dias A fin de que pueda redactar, firmar y presentar su manifiesto con los pormenores que marca el articulo 77.
Si un buque con destino i la Isla de Cuba, por raz6n del mal tiempo, pe'secuci6n 6 mal tratamiento de enemigos A1 otra necesidad entrase en otro puerto que no fuera el de su destino, se le devolver el manifiesto al Capitin la salida, certificado por el Administrador de Aduanas, quien retendri una copia exacta del mismo, firmada por el Capitin 6 su consignatario, y remitira' otra copia al Administrador del puerto de su destino.
Cuando tenga lugar la arribada, por mal tiempo, persecuci6n 6 mal tratamiento de enemigos i otra necesidad en una ensenada, surgidero 6 puerto de la costa, el Capittn 6 patron presentari su manifesto original y dos copias al Inspector de la Aduana de la localidad si lo hubiese, 6 A la autoridad local en caso contrario, quien despubs de devolver el original al Capitin t su salida, remitira'-una copia al Administrador de Aduanas del Puerto A donde vaya destinado el buque y otra al Administrador de las Aduanas de Cuba.
Orlen Civil niimero 142, del Cuartel General, Departamento de Cuba, de Mayo 10 de 1902:
En las Ordenanzas de Aduanas las palabras "Secretario de Hacienda" se entenderd que est6n estampadas donde quiera que lo estdn las de "Administrador de las Aduanas de Cuba 6 las de "Jefe del Servicio de Aduanas".




Circular niamero 24, de la Secretaria de Hacienda, de Septiembre 8 de 19U2.
La carga 'aopci6n no esta permitida, como tampoco el alijo de ella en otro h gar que el que designe el manifiesto, A no ser que se solicite y obtenga de la S4 cretaria de Hacienda la autorizaci6n al efecto, mediante los informs y detall del case.
Deereto ufimero 1,078, del Gobernador Provisional, de Noviembre 7 de 1907.
Que al capitan de un buque cargado exelusivamente de carb6n mineral, sal, t( jas 6 ladrillos de barro para construcci6n, que llegue a un puerto de Cuba par recibir 6rdenes, se le permita -destinar tal cargamento 6 determinar su disposieio para recibir 6rdenes, mediante entrada del buque en la Aduana, y, dentro de lo quince dias siguientes y antes de la -descarga de cualquier parte del mismo, re( tificar su mariesto designando el puerto de destino de tal cargamento. En casod o designarse dicho puerto de descarga dentro de esos quince dias, el cargament debera descargarse en el puerto ,en que haya entrado el buque.
(Reproducido por Circular nimero 45, de la Secretaria de Hacienda, de N viembre 13 de 1907.-N. del A.)
Art. '79. El Capitan de todo Laque con destino un puerto de Ut .ba al llegar dentro del limite de cuatro leguas de la costa, 6 dentro d los limites de un distrito de Aduanas en donde se haya de descargar < cargamento 6 una parte de 41, presentard el manifiesto para su inspe< ci6n a cualquier funcionario de Aduanas, que liegue primero a bord del buque, y le entregara una copia suscrita por 61.
El funcionario despubs del necesario examen y confronta del orig nal y la copia, certificar la presentaci6n en el original, y trasmitird ii mediatamente la copia 6 copias al Administrador del distrito a donde vt ya destinada la mercancia.
Art. 80. A su Ilegada ~ un puerto despubs de hacer entrega del m nifiesto presentard el Capitan una lista en la que especificari las prov siones y repiuesto que tenga a bordo.
Presentard tambien otra lista del total de pasajeros que conduzean de sus equipajes y efectos, separadamente, con arreglo a los puertos donde vayan destinados.
Entrara en puerto con toda la prontitud que le permita el estado d4 tiempo, y se detendri el buque y echard ancla, 6 se amarrara en la p( sici6n indicada al efecto, de cuyo lugar no se movers sin permisp previ de las autoridades del puerto y del Administrador de la Aduana.
Circular nimero 67, de la Secretaria de Hacienda, de Septiembre 8 de 1908.
Rectifica los errores de la nimero 64 de Agosto 25 de dicho afio, y dispoi que los Capitanes y Consignatarios de buques se ajusten extrictamente en lo s eesivo al miodelo de Lista de Pasajeros q'e a continuaci6n se reproduce: LISTA DE PASAJEROS
Delvapor............ De . . . . D eeial..........
Es Capitan de......... Para..................
I n Segundo Naciona- Des
Nombre r apellido Edad Sexo Estadlo lidad Profesi6n De nt




NOTAs.-En los casos de pasajeros acompafiados de nifios A otros familiares, los nombres de dstos, edad, sexo y parentesco con el pasajero etc., deberfn hacerse constar inmediatamente debajo del nombre del mismo.
Cuando un pasajero cuyo ncmbre s.parezca en la lista haya dejado de embarear, el hecho se hark constar por nota rse tendri en cuenta A fin de anotarlo en la correspondiente al buque en que se embarque despuds, manifestando que dej6 de embarcarse en el vapor .... .. . .. Manifiesto Ndm. ....
................190..
Certifico que lo arriba expuesto es una lista fiel y verdadera de los pasajeros del vapor...... ... . segfin los datos obtenidos.
Capitin.
(Dorso)
LISTA DE PASAJERQS
del
Vapor.. . .
Viaje de. .....
.... a........ e......
NAm. de Pasajeros: ... .
Capitin.
RECIBIDA
......... 190...
Circular nfimero 223, de la Secretaria de Hacienda, de Febrero 23 de 1904.
Quedan suprimiday para las embarcaciones de cabotaje ]as listas de pasajeros con relaci6n de nombres, edades, procedencias, etc., bastando que se presente una nota firmada por el consignatario en que conste el nimero total de pasajeros embarcados para cada puerto del itinerario del buque.
Debe entenderse que los barcos quedarin sujetos lo que ..prescriben los articulos 48 y 49 del Reglamento para los Capitanes de Puerto.
Art. 81. El Servicio Maritimo de Hospitales de acuerdo con sus reglamentos inspeccionara el buque y declarara si puede 6 no ser admitido ~a '"libre pltica'". Si se admite el buque a "libre platica" el Inspector pedird ae manifiesto consignando en 61 la hora en que le fu6 entregado y las partidas que contiene.0
Despues de verificado esto, examinard el libro de biticora, haciendo una nota de si lo encuentra 1levado en debida forma 6 si en 61 aparece que bque haya tocado en algin otro puerto sin que se haya hecho
constar esta circunstancia en el manifesto. Al abandonar el buque para hacer entrega del manifesto al Administrador de la Aduana, se dejard f bordo uno 6 mis Inspectores. En el actor de esta visita los Capitanes darn cuenta por escrito de si hubiesen sufrido algin accidente en el mar que los obligara A alijar alguna parte de su cargamento.




(El Ilamado "Servicio maritimo de Hospitales", por servil traducei6n literal, "The Marine Iospital Service", es lo que en buen castellano conocimos siempre por "Sanidad Maritima". Ahora se le denomina Servicio de CuArentena", como tambidn "Leyes de Cuarentenas' '-' 'Quarentine Service, Quarentine Laws"',por mas que no siempre ocasione medidas cuarentenarias, con lo que se comprueba la propiedad del concepto gendrico antes aceptado y despu's sustituido por versiones extranjera que dicen menos que las nuestras.-N. del A.)
(El "Servicio de cuarentena maritima'.', corresponde al Negociado de Asuntos Generales y de Cuarentena, de la Direcci6n General de Sanidad, de la Seeretaria de Sanidad y Beneficencia, segin los articulos 302 y 303 de la Ley Orginica del Poder Ejecutivo, promulgada por Decreto del Gobernador Provisional, nfmero 78, de Enero 25 de 1909. Dicho servicio, segiin la expresada Ley, se conducird de acuerdo con las Leyes vigentes, debiendo consultarse, por lo tanto, las Leyes y Reglamento de Guarentena, en vigor por Orden nimero 122, de Abril 29 de 1902 y demis disposiciones correspondientes.-N. del A.)
Circular nfimero 259, de la Secretaria de Hacienda, de Mayo 24, 1904.
Evacuando consulta sobre si basta para poder abordar una embarcaci6n a su entrada, que no tenga izada bandera amarilla, dispone que seguin el Articulo 81 de las Ordenanzas y el 14 y 170 del Reglamento de Puertqs, asi como la Circular nimero 31 del Departamento de Sanidad, de Septiembre 26, de 1903, todo buque debe ser visitado por el medico del puerto respectivo, quien practicar 6 no la inspecci6n, segin corresponda, participando al Administrador de la Aduana si el barco queda 6 no a libre pl'tica.
Circular nimero 283, de la Secretaria de Hacienda, de Julio 31, 1904.
La Circular nfimero 259 no se refiere los buques de cabotaje, los cuales solo deber6n ser visitados 6 inspeccionados segfin corresponda, por los m6dicos del puerto en los casos que determinan los incisos (c) y (d) del pirrafo 19 del articulo 19 del Reglamento de Cuarentenas, puesto en vigor por la Orden nimero 122 de la serie de 1902.
Art. 82. Al firmarse el recibo del manifiesto por el Administrador sera debidamente archivado despubs de estampar en .1 la palabra "admitido" con la hora y la fecha de admisi6n.
Art. 83. La hora en que sea admitido por el Administrador de la Aduana el manifiesto, seri la base para las diferentes operaciones de la Aduana.
(Vdase el articulo 116," reformado por Decreto nimero*391 y Circular n imero 43, de 1908, por los cuales para la presentaci6n de declaraciones no es la hora, sino la fecha de admisi6n del manifiesto la que servird de base en las Aduanas.-N. del A.)
Art. 84. Dentro del termino de las veinte y cuatro horas que sk gan a la entrada del buque, a menos de mediar' un dia de fiesta legal, presentard el Capitfin dos copias traducidas al espafiol, de su manifiesto.
Si lleva carga para mis de un puerto, presentara en el primero, ademis de las dos copias arriba mencionadas, una copia de la carga partial destinada para el mismo.
Una de las copias generales autorizadas por el Administrador que contenga el informe de si ha sido 6 no certificado el original, sera recogido por el Capithn para presentarlo en cada uno de los puertos intermedios en que se detenga, para ser confrontado con los parciales y servird de base para todas las operaciones de Aduanas, siendo certificado en cada Aduana intermedia y archivado en la filtima.
Despubs de presentar el manifesto general con sus copias en el primer puerto de destino, el Capitin presentard dos copias parciales de la carga consignada A cada puerto en cada una de las Aduanas intermedias.




Art. 85. "Si el Servicio Maritimo de Hospitales, despu6s de la visit ta dispone que el buque quede en observaci6n, se colocard un Inspector de Aduanas a bordo, 6 en una lancha a la distancia que sefiale el Servicio Maritimo de Hospitales, a fin de ejercer la debida vigilancia sobre el buque.
El manifiesto se entregara al Inspector General del Puerto, sin perdida de tiempo, con intervenci6n del Servicio de Hospitales de Marina, y la obligaci6n de presentar las copias se empezard A contar desde que el buque sea admitido a "libre platica".
(V6anse las notas que siguen al articulo 81.--N. del A.)
Art. 86. Todos los Capitanes de buques que entren en puerto, despubs que entreguen la lista de rancho del buque, seguin se dispone en el art. 80, declararin bajo juramento, que dichas provisiones son destinadas exclusivamente para el uso del buque, sin que se intenten vender, ni traspasar, ni aplicar a uso particular. Pero,si & juicio del Administrador de Aduanas, aparece ser excesiva la cantidad de dichas provisiones, se pagaran los derechos correspondientes sobre dicho exceso.
Decreto niimero 391, del Gobernador Provisional, de Abril 7 de 1908.
Art. 87. Los manifiestos expresaran los consignatarios 6 duefios de mercancias que estin incluidas en 61. Siempre que un conocimiento est6 hecho A la orden, se hard constar asi en el manifiesto, y la persona que se presente con dicho conocimiento de acuerdo con el illtimo endoso del mismo, se considerara como consignatario.
Art. 88. La residencia del Capitin 6 patr6n de un buque que entre en puerto, es la residencia Ui oficina del consignatario del buque. Si no hubiese consignatario sera la residencia fi oficina del C6nsul 6 ViceC6nsul de la naci6n a que pertenezca el buque, y en ausencia de ambos. sera el buque que manda.
Las citaciones 6 notificaciones que se dejen a bordo de su buque 6 f alguna persona que pertenezca la oficina del consignatario 6 del Consulado, tendran la misma fuerza legal como si se le hubiese hecho al Capitan en persona.
Art. 89. El Administrador de Aduanas ordenara que se coloque en la Aduana en el punto mis visible una tablilla en donde se exhibird al pfiblico una lista del nombre del Capitin del buque, y del puerto de origen de todos los buques que entren en el puerto, como asimismo la hora en que hayan sido entregados los manifiestos. Esta lista estara autorizada con la firma del Administrador de Aduanas, y servird como base para calcular los periodos marcados en estas Ordenanzas, y no se retirard hasta que todas las operaciones que se relacionan con ella se hayan terminado.
Art. 90. No se permitird despachar ningin buque para ninglin otro puerto hasta que haya terminado su descarga, 6 haya dado debida cuenta de ella.
Art. 91. Antes de la salida de un buque de cualquier puerto, el Capitin entregara al empleado correspondiente el manifiesto de ruta de dicho buque, que con especificaci6n de marcas, niumero de bultos y descripci6n de su contenido, como tambidn los nombres de los remitentes y consignatarios y una relaci6n del valor de cada consignaci6n separada, y asimismo los nombres de los pasajeros y su destino. Entonces se permitird el despacho del buque. No se exportarn mercancias prohibidas 6 de contrabando.
(V6ase el inciso 1 del articulo 226.-N. del A.)




SEOCCI6N TERCERA
Consignatarios.
Art. 92. El consignatario es la persona a quien va dirigidt buque 6 su cargamento. Hay por lo tanto consignatarios de buqu consignatarios de mercancias.
Art. 93. Los consignatarios, tanto del buque como de la merca pueden servirse de sus dependientes, 6 Agentes de Aduanas, part operaciones de la misma.
El dependiente deberh presentar antes que se le permita desps una autorizaci6n por escrito de su principal 6 jefe, quien en su c cuencia quedarai responsable de todos los actos de dicho dependieni el manejo de las operaciones de la Aduana. Se registrar dicha at zaci6n en un libro que guardara el Administrador de Aduanas, y t toda la fuerza legal y efectos, hasta que los principales pidan su celaci6n 6 sustituyan la misma con una petici6n por escrito dirigi< Administrador de Aduana, 6 hasta que Aste lo anule por causa justifi
,Los agentes de Aduanas pueden pedir por escrito al Administ: de Aduanas, la autorizaci6n para ejercer como tales, y al ser admit como agentes de Aduana, prestari n fianza A satisfacci6n del Admin dor de la Aduana, por la suma que 1 designe, y sus nombres, fian residencias. se registraran en un libro que conservara el Administ de la Aduana, teniendo su autorizaci6n toda la fuerza legal y efectc ta que por causa justificada, sea anulada por el Administrador Aduana 6 que las partes interesadas cesen de ser tales agentes.
Art. 94. El consignatario del buque se considera que es la pe nombrada por el Capitain como tal en el manifiesto, y que el consign rio de la mercancia es el que se nombra en el manifiesto, de acuerd los conocimientos cuando estin hechos a nombre de determinada per y se considerard que es la filtima persona a cuyo favor estin endosad chos conocimientos en caso de venir la mercancia consignada a la ord( banquero que tenga en su poder un conocimiento como garantia de ( adelantado, puede traspasarlo por endoso al importador verdadero. agentes de compafiias de seguros maritimos serin reconocidos come signatarios de las mercancias que hayan sido abandonadas las C( fiias, y los salvadores de mercancias encontradas en buques abando en alta mar, serin reconoeidos como consignatarios. La persona de da puede admitir 6 renunciar libremente una consigna i6n. Las r cias deberin hacerse dentro de las 24 horas despubs de haber sid mitido el manifiesto, y se dirigirin oficialmente al Administrad Aduanas, de lo contrario se entenderk que la consignacion ha sid mitida.
CAPITULO VII
ENTRADA DE MERCANCIAS
Art. 95. Toda mercancia que se importe deber ser eclarada
Aduana del Puerto de entrada, bien sea para consumo inmediat dep6sito bajo flanza por la persona que tenga en su powder un cono: to como consignatario, 6 bien un conocimiento endosado A su por el consignatario que en dicho documento se expree. xEl que tengi en su poder un conocimiento como garantia de dinere a tado, puede transferirlo como medio de endose al que r que:




jJFJ.t~9 UU. .LJU1j Se 0LLt~~lL a t.U V(( iWLIV~j)SLU1nIUU IIUU ijjataI IV U
las mercancias que se les abandonen, y los salvadores como consignatarios de las merceancias que encontrasen perdidas en el mar.
El consignatario que tenga en su poder un conocimiento girado a s orden 6 cesiolarios, puede transferirlo a cualqxaier persona que legalmente pueda hacer las declaraciones requeridas en la entrada, y el tenedor de un conocimiento girado en blanco ala orden" y endosado por el embarcador 6 consignador, puede hacer la entrada de las mercancias que en aqul se especifiquen.
Siempre que debido a la evidencia que resulted de la factura 6 del eonocimiento, 6 bien que se trate de corredores de Aduana y remitentes, por conocerse el ramo de negoci6s que se dedican las partes que hacen
la entrada, tenga el Administrador motivos para creer que los consignatarios que aparecenen el conocimiento son en realidad agentes interinediarios para la entrega de las mercancias al consignatario definitivo 6 al duefio real, sera necesario al hacerse la entrada formalizar una relaci6n de los nombres de esos consignatarios definitions, para Io cual se exigiri fianza hasta que sea presentada la declaraci6n del duefino 6 importador verdadero; y los Administradores, siempre que lo consideren oportuno, pediran a dichos consignatarios definitivos las cuentas de venta correspondientes & la importaci6n, que puedan existir en su poder.
Toda mercancia importada con intento de ser deseargada, incurre en derechos desde la llegada del buque importador al puerto de entrada.
(Salvo, debe entenderse, cuando, de acuerdo con estas Ordenanzas, se declare a dep6sito mercantil, para lo cual dispone el eonsignatario de seis meses segun el articulo 107, siendo de su opci6n introducirla a consumo, almacen arla 6 exportarla dentro del plazo y pr6rroga a que se refiere el articulo 193.-4N del A.)
Circular n6mero 92, de la Secretaria de Hacienda, de Abril 21, 1903.
Solamente podrdn hacerse despachos de buques de travesia para los puertos habilitados.
Todas las mereancias que aqudllos conduzean seran desembarcadas en el puerto
6 puertos habilitados en que verifiquen sus entradas.
Las maquinarias y efectos destinados al fomento de fincas podrdn descargarse en las ensenadas, etc., de un distrito aduanero, mediante permiso que solieitaran los interesados, de la Secretaria de Hacienda.
Los barcos que salgan de un puerto habilitado para cargar productos nacionales en cualquier embarcadero, etc., de un distrito aduanero, podr6n despacharse de travesia con permiso para entrar en dicho embarcadero, etc., y tomar tales productos, Hlevando bordo los Inspectores que el Administrador considere necesarios para la vigilancia, siendo d cuenta de la nave los gastos de ellos, incluso los del viaje do retorno al puerto de origen.
Circular nuimero 20, de la Socretaria de Hacienda, de Febrero 20 de 1908.
Toda mercancia depositada en cualquier almac6n pdblico 6 afianzado, que se delclare a consumo dentro de los terminos que sefiala la Ley, estara sujeta A los derechos y recargos en vigor en la fecha en que se presente su declaraci6n & consumo, y beta sea aceptada por el Administrador.
(El articulo 219 dice: "Toda clase de efectos, mereaderias 6 mercancias bajo flanza 6 que estin en Orden General y que se extraigan de diehos almaeenes, seo haIlaran sujetas 6 los derechos que se hallen vigentes en el momento de I salida ".N. del A.)
Art. 96. Las mercancias que vienen consignadas & distintos consignatarios en el manifesto, no podr~n englobarse en una sola entrada, y serd necesario expresar en cada entrada la partida 6 partidas del mani-




fiesto correspondientes las mercancias de referencia. Se entiende por partida del manifiesto la relaci6n numerada y consecutive de bultos y mercancias que hace el Capitain del buque en su manifiesto para cada consignatario.
Las declaraciones serin numeradas consecutivamente por afios fisca-, les, y se anotard en los manfliestos, frente i cada partida, respectiva, la exactitud de la confronta entre la declaraci6n y el manifiesto, verificada por el correspondiente empleado de la Aduana.
Las entradas so harin en un pliego entero de papel. Si uno no fuere suficiente, se afiadirin los pliegos interiores que al efecto se requieran, y todos ellos seran debidamente autorizados por el Departamento correspondiente de la Aduana. Se harain por duplicado, excepto en los casos de entrada a dep6sito 6 inmediato transporte, .en cuyos casos deberin hacerse por triplicado.
Art. 97. En las entradas a que se refiere el articulo anterior, los consignatarios expresaratn los siguientes datos:
1L Nombre del buque y de su Capitin, clase y naci6n a que pertenece.
2. El Puerto 6 Puertos de donde procede.
3. El nombre de la persona a quien viene consignada la mercancia.
4. El nfimero y partida del manifiesto.
5. El nfimero de bultos, clase, nfimeros, marea, descripei6n 6 relaci6n de si tienen marcas 6 no.
6. El nfimero y la letra de la partida del Arancel bajo la cual cada articulo adeuda derechos.
7. El nfimero, clase, cantidad y calidad de las mercancias en los pesos y medidas que designa el Arancel. La descripci6n de cada articulo serd suficiente paa servir de base a la clasificaci6n.
8. El peso bruto y neto de cada articulo.
9. Debe expresarse tambidn la calidad y peso de las mercancias que pagan diversos dereehos bajo el Araneel.
10. Eil valor detallado de las mercancias.
11. La fecha, y la firma de la parte interesada. La declaraci6n antes de poder ser admitida se justificard mediante juramento del consignatario 6 duefio, en la forma siguiente:
DECLARACI6N Y JURAMENTO DEL CONSIGNATARIO, IMPORTADOR 6 AGENTE
Yo ................ solemne y verdaderamente juro (6 afirm o) qu
la factura y conocimiento que presento en esta fecha al Administrador de ................... son los verdaderos y finicos eonocimientos y
facturas, que he recibido de todos los efectos, generos y miercancias importadas en el ................del cual ........... es Capitin,
procedente de ........... ., por cuenta de la- personas por quienes
estoy autorizado para hacer las entradas -de las mercancias referidas; que dieha factura y el conocimiento se hallan en el estado en que realmente fueron recibidos por mi, y que no se, ni creo, que exista ninguna otra factura ni conocimiento de dichos efectos, generos y mercancias; que la deelaraci6n presentada en esta fecha al Administrador contiene la relaci6n justa y verdadera de dichos efectos, g~neros y mercancias, de acuerdo con dicha factura y dicho conocimiento; que nada por mi part, ni f mi saber por parte de ninguna otra persona, ha sido ocultado 6 suprimido, de cuyas results pudiera ser defraudada la Isla de CuJa de parte alguna de los derechos que legalmente le corresponden por esos




efectos, gdneros 6 mercancias, y que si en algfin tiempo a partir desde esta fecha, descubriere yo algfin error en dicha factura 6 en la relaci6n rendida en e ta fecha de dichos efectos, generos y mercancias, 6 si recibo otra factura de los mismos, dard conocimiento de ello inmediatamente al Administrador del Distrito; adems, solemne y verdaderamente juro (6 afirmo) que a mi mejor saber y entender ....................... (insertese el nombre y residencia del duefio 6 duefios) es (6 son) el duefio (6 duefios) de los efectos, gbneros y mercancias que se expresan en la adjunta declaraci6n; que la factura que en la actualidad presento demuestra el costo actual (si fuesen comprados) 6 precio ileno de plaza (si fuesen de otro modo obtenidos) en la 6poca (6 ,pocas) y lugar (6 lugares) cuando y donde fueron obtenidos (segfin el caso) de los referidos efectos, gdneros y mercancias, con todos sus gastos y no otros 6 descuento diferente, prima 6 rebaja, mas que aquillos que realmente haya obtenido.
Personalmente compareci6 ante mi, en el lugar y fecha antes mencionados ..................., quien conozco ser la persona nombrada que ha hecho y suscrito la declaraci6n que antecede.
Sellado con mi sello oficial y suscrito con mi firma, en la fecha antedicha.
Notario Piblico.
DECLARACION Y JURAMENTO DEL DUENO EN CASO DE QUE LAS MERCANCIAS HAYAN SIDO REALMENTE COMPRADAS
Yo ................., solemne y verdaderamente juro (6 afirmo)
que la declaraci6n que presento ho- al Administrader de ...........
contiene una exacta y verdadera rela-ian de todos los efectos, generos y mercancias importadas por mi (6 consignadas por mi) en el......... del cual ................... es Capitin, procedente de ...........
que la factura que presento contiene una relaci6n fiel y exacta del costo actual de dichos efectos, generos y mercancias de todos los gastos originados inclusos. los de compra, acarreto, blanqueo, tinte, vestidura 6 confecci6n, acabado de mano, cubierta y empaque, sin otro descuento, rebajo 6 prima mas que las obtenidas actualmente por dichos efentos; que no s&, ni creo que exista otra factura ni otr, conocimiento que los que ahora he presentado, los cuales se hallan en el mismo estado en que los he recibido. Y ademis, solemne y verdaderamente juro (6 afirmo) que en dicha declaraci6n y factura no he ocultado ni suprimido nada de cuyas resultas la isla de Cuba pueda ser defraudada de parte ninguna de los derechos que legalmente adeudan dichos efectos, g neros y mercancias; y que si en alguna Apoca qesde hoy en adelante, descubro algin error en dicha factura 6 en la relaci6n que ahora se presenta de dichos efectos, gLneros 6 mercancias, 6 si recibiese cualquier otra factura de los mismos, dare en seguida conocimiento de ello al Administrador del Distrito.




ante mi, en el lugar y fecha a: .. ........ .., a quien conozco y

Sellado on mi sello oficial Y suscrito con mi firma, en la fecha a ba mencionada.
Notario P blico.
Siempre que A satisfacci6n del Administrador de la Aduana se muestre que el consignatario por causa de ausencia provisional 6 en: medad, no pueda hacer personalmente la entrada de sus mercancieas, j de ser representado por un agente debidamente autorizado por poder, tregado al Administrador de la Aduana y dicho agente podra hacei entrada y verificar las dema's transacciones necesarias y concerniente ella. En el caso de hacerse una entrada en esa forma, por agente j visto 4e poder, el consignatario 6 principal de mancomfin con el age sera responsable de todos los actos concernientes a la entrada y de cho de las mercancias y de todos aquillos que contravengan lo dispu en el articulo 221.
Un juramento falso, en relaci6n con la declaraci6n de merman estara sujeto A las penalidades y castigos que determinan las leyes pais por el delito de perjurio.
Orden Civil nflmero 223, del Cuartel General, Departamento de Cuba, de tubre 19 de 1901:
Se autoriza 6a los Administradores de Aduanas y 6. los Delegados que 6stos < tunamente designen, para tomar los juramentos que se requieran en el curso d( operaciones que se realicen en las Aduanas de la Isla de Cuba. Los juramento,, presados surtir6n los mismos efeetos que si lo hubieran sido ante Notario P co, y easo .de que resultaren falsos, la persona 6 personas que los suseriban darn sujetas 6a las mismas penas y responsabilidades que Ia Leyes del pais pusiereh por perjurio.
Orden General niimero 23, de la Aduana de la IHabana, de Octubre 28 de : y Orden General nfimero 7, de la Aduana de la Habana, de Mayo 2 de 1902
Hasta nueva orden los honorarios para prestar el juramento ante el A nistrador 6 Delegado que se designe, ser6n cinco centavos. El Jefe de Liqi ci6n Ilevard cuenta de cada hoja legalizada en la Aduana, anotando el cargo d( cinco centavos en eada uno de dichos documents.
Ley Org6Anica del Poder Ejecutivo, en vigor por Decreto nimero 78, del G< mador Provisional, de Enero 25 de 1909.
Art. 484.-Ningfin funcionario, empleado, 6 agente del Estado, autorizada ra recibir juramentos, cobrard 6 percibir6. ningfin dereeho ii honorario por los mos, cuando se tratare de asuntos de inter6s para el Estado, 6 Cuando dieho ramentos deban ser prestados por los funcionarios 6 empleados pfiblicos, por r desu cargo.
Decreto n6imero 1,016, del Gobernador Provisional, de Oetubre 15 de 190S
No se admitirAn declaraciones enmendadas 6 con raspaduras, n admitira6 otra factura que la original, firmada por el fabricante, pro( tor, vendedor, duefio 6 embarcador de la mercancia, seguin sea el c Las facturas deberan estar hechas en un papel fuerte y durable, esci de un modo legible y en una sola cara del papel con tinta indeleble. harAn por duplicado, excepto en los casos de entrada A deposit it
diato transporte, en los cuales so harin por triplicado.




Cuando las hojas principal y duplicada no con uerden exactamente, el empleado de Ia Aduana encargado de la revision, dara aviso al decl arante, a fin de que presente su declaraci6n correcta, sin que se prolongue el plazo que para ello se prescribe en las presentes Ordenanzas.
Circular ndimero 27, de Ia Secretaria de Hacienda, de Marzo 24 de 1908.
Facsimile del sello gomigrafo que con tinta roja se estampar6 en la parte superior derecha de -las declaraciones, 1len6ndose los blancos y suseribiendo el empleado del recebo y confronta de documents.
ADUANA DE.................
Presentada hoy de 19
Con... .......... documents.
Modelo del volante que se usard para la devoluci6n de declaraciones incorreetas los que las hubieren presentado, para su enmienda.
ADUANTA DE ..............
. . . . .. .e d .1
Declaraci6n de la partida . . del manifesto niim. . . . del buque
...... entrado en este puerto el dia . . de.. .... ....
de 19 . ., presentada el dia . de. . c 19. .
Con la fecha arriba indicada se devuelve al interesado esta declaraci6n por adolecer de los siguientes defectos:. .. .... ...... .
.... ...F.i.. m.. .... ............. ..
.Firma....... .
Sello.
De este volante se retendri un duplicado para unirse a la declaraci6n al volverse A presentar corregida, si no se verificase junto con el volante original con quo se devolvi6 al importador, y sobre el que quede adherido la hoja se estampard nuevamente el sello de presentaci6n con su fecha respectiva.
Circular nfimero 38, de la Secretaria de Hacienda, de Mayo 22 de 1908.
Para la presentaci6n de las hojas, liquidaci6n de almacenajes y pago de derechos no so cuenta el medio dia del sabado, despubs de las doce, fin de que no surta sus efectos en los plazos fijados por la Ley.
Circular nuimerb 98, del Administrador de las Aduanas de Cuba, de 9 de Julio, 1901.
El cambio de partida, 6 sea la declaraci6n por una inferior A Ia quo propiamente corresponda a la mercancia, se considerard, segin las circunstancias:
Como un medio intentional de eludir el pago de los justos derechos 6 un fraude, comprendidos en el articulo 221 de las Ordenanzas.
Como un error ocasionado por la incertidumbre del comerciant respect 6 Ia
verdadera clasificaci6n de su mercancia.
En el primer caso, no obstante, puede justificarse que el Administrador deteniendo los efectos, imponga una penalidad, dejando al interesado que opte entre satisfacerla 6 que se le someta a los Tribunales de Justicia.
En el segundo, ser~. tal vez suficiente que se le haga una advertencia para su gobierno en 1o sucesivo.
Circular ndimero 33, de la Secretaria de Hacienda, de Noviembre 8, 1902.
Se refiere A la Circular nimero 98, de 1901, confirmando su procedencia, de acuer-




do con los articulos 97 y 98, en lo que se contraen a la descripci6n de las mercancias detalladamente, para servir de base a su clasificaci6n; y en consonancia con los 106 y 221, respecto & las penalidades por actos y omisiones en perjuicio de la Renta, que no deben tolerarse que se conviertan en sistematicos, aunque, en ciertas circunstancias favorables, pueden dispensarse al importador, segfin aquella Circular establece.
Art. 98. Todas las dclaraciones que se presented la Aduana iran
acomlpafiadas de los documentos siguientes:
1. El conocimiento original 6 conocimiento que comprende las mercancias declaradas, consignadas 6 debidamente endosadas al importador.
2. Las facturas expresando detalladamente las mercancias declaradas, el niumero de bultos, sus marcas, peso bruto y peso de adeudo, clase, contenido detallado, materia de que se componen, precios detallados y valor total, incluyendo relaci6n de los gastos originados por la mercancia hasta el momento de estar envasada y lista para su embarque a Cuba.
3. El permiso de consumo, debe corresponder la declaraci6n.
(Tambibn se les unird los juramentos, eartas aclaratorias, etc., que segin los casos so requieran.-N. del A.)
Circular niimero 11, de la Secretaria de Hacienda, de Julio 19 de 1902.
Las declaraeiones obedecerin en su forma, tamafio, clase de papel, etc., al modelo oficial, expresndose en ellas y en los espacios en blanco al efecto, su nime- ro de orden, el del manifiesto, de la partida de 6ste, el de la liquidaci6n y de la carta de pago, asi como al dorso de la hoja si esta 6 no conforme con el manifesto, consign&ndose las diferencias en 61 filtimo caso.
Presentada que sea una declaraci6n, se tendrd especial cuidado en examinar si se han cumplido todos los requisitos del articulo 97 de las Ordenanzas y la Cireular nimero 98 de Juio 9 de 1901, asi como que las facturas ilenen los del articu0lo 98.
Al carecer de factura, 6 cuando ella no est6 firmada, se exigird del importador que solicite por medio de instancia le sea admitida su hoja bajo la correspondienteflianza. Esta solicitud se unira a la declaraci6n, donde se hard constar que present6 fianza", ret'eniendose sta en la Administraci6n hasta que, entregade el documento a que se refiere, que se cursard a su destino, sea cancelada. Finalizado el plazo de presentaci6n del comprobante porque se prest6 fianza sin cumplirse lo estipulado en la misma, su importe se hard efectivo.
Al protestarse un aforo dentro de los t rminos marcados, se hara constar al margen de la partida correspondiente de la hoja.
Las declaraciones se remitirin Ja Secretaria de Hacienda diariamente, bajo relaci6n -numbrica.
En los despachos de tejido, pieles y papeles, se uniran muestras las hojas.
En los de ganado, el certificado del Veterinario, segin model oficial, y en los puertos donde no exista tal funcionario, lo firmar el que verifique el reconoeimiento.
Circular nimero 175, de la Secretaria de Hacienda, de Diciembre 10, 1903.
Al referirse A las hojas de adeudo en la correspondencia, se citard invariablemente ademas del nimero de elilas, el de su pago y la fecha de este.
Circular nimero 232, te la Secretaria de Hacienda, de Marzo 12 de 1904.
Recuerda Ia Circular nimero 11 de Julio 19 de 1902, en lo que se refiere A la remisi6n de las Hojas de adeudo y relaci6n de las mismas.
Circular .nImero 260, de a Secretaria de Hacienda, de Mayo 26, 1904.
La Relaci6n mensual de la Recaudaci6n, Modelo niimero 29, se remitird directamente A la Secretaria de Hacienda, asi como todo comprobante de pago, para enviarlos despu6s A la Intervenci6n General.
Dichos comprobantes se anotarAn asimismo en la Relaci6n diara & que s refiere la Circular nfimero 11, Julio 1., 1902.




4y 1904.




res es relacionar entre si los que con posterioridad A la admisi6n de las mismas se originen en su curso 6 tramitaci6n, como certificados de peso, informes de los vistas, solicitudes 6 reelamaciones de los deelarantes, etc.-N. del A.)
Decisi6n niumero 1, de la Secretaria de Hacienda, de Abril 6 de 1909.
Las muestras de tejidos, cintas, encajes y galones, de algod6n, lino, seda 6 paja, y las de pieles, papeles, tarjetas, litografias y otras que por su naturaleza y volumen puedan enviarse, se remitirfin junto con la hoja correspondiente a dicho Departamento.
Seran certificadas por el Vista del Despacho, haciendo constar en ellas con Ipiz tinta la clase, marca y nidmero del bulto respectivo, ndmero de la hoja, partida aplicada, peso adeudable y referencia de factura.
Be acompaiiark siempre una muestra por cada una de las referencias de que conste el articulo que se despache.
Las muestras tendran el tamafio suficiente para poder comprobar, con vista de ellas,- su aforo, debiendo tener las de tejidos, encajes, puntas, tul-es, etc., de algod6n 6 lino, un largo de 15 centimetros, con todo el ancho de la pieza, y 8 ceutimetros las de seda 6 lana.
Las que se envien para analizarse en el Laboratorio quimico tendrin dicho tainmafio, 6 sea el suficiente para que despubs del andlisis el rests pueda divirse en dos partes, una para el Laboratorio, como referencia y la otra para el expediente. Trat~ndose de liquidos se remitird media botella por lo menos cuando sea aceite, cerveza, etc., quedando A discreci6n de la Administraci6n la cantidad de otras sustancias que por su valor -i otras razones pudiera estimarse como excesiva 6 perjudicial & los intereses del importador dicha medida.
(La anterior Decisi6n fu modificada por carta de Mayo 14, 1909, de dicho Centro, en el sentido de que las muestras que hay que unir A las hojas son solamente las que correspondan A cada una de las partidas declaradas, si resulta conforme el aforo del Vista, y no cada una de las referencias de factura.-N. del A.)
Circular ndmero 96, de la Secretaria de Hacienda, de Mayo 5), 1903.
Evacuando consulta hecha por el Administrador de la Aduana de Matanzas, acerca de que si los originales y duplicados de facturas que se presenten f las Aduanas, de acuerdo con el articulo 97 de las Ordenanzas, deben estar ambos certificados por el C6nsul Cubano, se ha resuelto que en lo futuro, no se exigir al comerciante la presentaci6n del original y duplicado de la factura certificados por el C6nsul, bastando simplemente que el original est4 debidamente legalizado per el funcionario consular, y que el comerciante certifique que el duplicado que presenta es copia fiel.
Los Administradores de las Aduanas certificaran en la factura duplicada, al unirla A la Hoja duplicada que queda en la Aduana, que es copia fiel, segin declaraci6n del comerciante, del original que va agregado a la Hoja principal, y que ha sido cotejada por la Administraci6n, encontr ndola debidamente certificada.
En caso de que la factura original no hubiese sido debidamente legalizada por el funcionario Consular, y hubiera necesidad de imponer las penalidades A que se refiere el articulo 75 de la Ley Consular, se hard constar asi en la factura original, y en la duplicada.
(Vase la nueva Ley Consular.-N. del A.)
Circular nimero 160, de la Secretaria de Hacienda, de Octubre 26, 1903.
Recuerda el cumplimiento del segundo pirrafo de la Circular nimero 96.
Circular nimero 242, de la Secretaria de Hacienda, de Abril 7, 1904.
Ampliando l dispuesto en la Circular nismero 96, ordena que en los duplicados de factura se haga constar el tipo de cambio que certifiquen los 06nsules, siempre que sea necesario, como resulta eon las pesetas espafiolas.
Circular ndimero 110, de la Secretaria de Hacienda, de Junio 4, 1903.
Reproduce las siguientes disposiciones de la Secretaria de Estado y Justieia:




Las facturas pueden ser certificadas indistintamente por el C6nsul del lugat de origen de la mercancia 6 por el del puerto de embarque.
Los remitentes deben entregar en la Oficina consular la factura original y una copia firmada por ellos. La original les serd devuelta con la certificaci6n, y la copia quedara archivada en di'cha Oficina, sin perjuicio de los demis ejemplares que de acuerdo con las Ordenanzas deban presentarse.
Circular nimero 114, de la Secretaria de Hacienda, de Junio 16, 1903.
Evacuando consulta acerca de la Ley Consular en l'o que se refiere a certiflcaci6n de conocimientos de embarque y faaturas, se dictan las siguientes resoluciones: No es obligatoria la legalizaci6n de los conocimientos de embarque.
No se agregarin ros derechos Consulares por visar las facturas, al valor de las mercancias, para obtener de ese modo la base de adeudo del articulo.
Las mercancias procedentes de ciudades 6 puertos donde no existan C6naules Cubanos, y que se embarquen en puertos donde tampoco existan, no estar n sujetas al pago de dobles derechos consulares como penalidad.
No hay obligaci6n de que las facturas esten certificadas por C6nsules de Naciones amigas, en caso de que en los lugares de procedencia no existan C6nsules Cubanios. Si la mercancia procede de un lugar donde no existe C6nsul Cubano, pero es embarcada por un puerto donde existe, e~ntonces tienen que ser certificadas en dieho puerto de embarque.
En el caso de que una factura careciera de certificaci6n consular, y fuere penada con el doble pago de los derechos consulares, no se exigira una nueva faetura eon legalizaci6n consular.
Se puede aceptar y se aceptarf, una factura debidamente legalizada por el C6nsul y la cual tenga estampada en gomigrafo la palabra Original, de manera que no se pueda borrar dicha palabra asi estampilla:da.
En loes casos de facturas que puedan presentarse debidamente legalizadas por los C6nsules, pero ocurra que carezcan de algunos de los requisitos que exije el articulo 98 de las Ordenanzas, la nueva factura que deberin presentar los interesados para cancelar la fianza correspondiente, no serd indispensable que venga certificada por el C6nsul, siempre y cuando al reconocer la mercancia est6 de conformidad con la factura original y cuando la factura que se presenta con todos los requisitos necesafios, concuerde en un todo con el aforo practicado, sin dar motivos Alcance piara nuevos derechos; por el contrario, si la factura no estuviese de Sacuerdo y fuese necesario tirar Alcance, se procederk entonces al cobro de dobles derechos consulares, considerdndola como una nueva factura sin certificaci6n.
Circular nimero 123, de la Secretaria do Hacienda, de Julio 7, 1903.
Acompafia copia de la Circular ndimero 11 de la Secretaria de Estado y Justicia, que contiene las siguientes disposiciones:
MODEL NUM. 25. CERTIFICACI6N DE FACTURAw.
N'.........
N. N., Consul General (C'nsul 6 VJice-C6nsul) de la Repdblica de Cuba en......
Certifico: que la presente factura, compuesta de .......... hojas, selladas con el de este Consulado, me ha sido exhibida por .............., quien me ha hecho entrega de un duplicado de la misma, que queda archivado en esta Oficina.
Asimismo certifico: que el valor de la moneda que se indica en dicha factura, es equivalente al ............ por ciento del valor de la moneda americana, segfin el
cambio corriente en esta plaza.
Lo que firmo y sello con el de este Consulado General, (Consulado 6 Vice-Consulado) en .......... .......... de ............ de 19 ...
Firma del Agente Consular.
Derechos...............
Articulo .... del Arancel.
29-Que la anterior certiflcaci6n debert autorizarla el Agente Consular, A continuaci6n de ia siguiente declaraci6n, que fechark y fimnart al pie de la factura el fabricante, prodictor 6 vendedor: "Declaro que soy el .......de las mercancias relacionadae en la present factura y que son ciertes los precios y demfis particulares que en ella se consignan".




y el
araa, ai
ones
ara
esque
;ado Sen
mis va-




Circular
Dispone eulares inpt niimero de 1 ductor, asi C
Ley Ara de Naviemb]

Art,

original,




Circular nuimero 177, de la Secretaria de Hacienda, de Diciembre 14, 1903.
Las facturas de las mercancias importadas de los Estados Unidos, ademfs de la declaraci6n de ser ciertos los precios y dems particulares en ellas consignados, deberan contener la de los fabricantes 6 emibarcadores respect ~a que las mercancias son producto del suelo 6 de Ia industria de dicha Repdblica para los efectos del Tratado de Reciprocidad entre esta Naci6n y Cuba.
NOTA.-E1 precepto que contiene el parrafo anterior al que acaba de extractarse de Ia citada Circular, y que se referia al juramento en la declaraci6n por los importadQres sobre el origen de las mercancias, qued6 sin efecto, segin Circular ndmero 202, de Enero 18, 1904.
Circular nimero 178, de la Secretaria de Hacienda, de Diciembre 22, 1903.
Para Ia debida comprobaci6n de todos los articulos que sean productos del suelo 6 de la industria de los Estados Unidos de America, soe dispone que en las'facturas correspondientes no podra consignarse mercancia alguna de otro origen, debiendo Jos camerciantes que hayan de remitir Cuba efectos d& varias procedencias, facturarlos separadamente de los americanos, y en todo caso expresar el pais de unos y otros.
Circular nimero 199, de Enero 14, rectificada por la 209, de Enero 23, ambas del afio de 1904 y de la Secretaria de Hacienda.
Toda factura de articulos de origen norte-americano y que se desee gocen de los beneficios del Tratado de Reciprocidad, debera traer agregada a la declaraci6n que hacen los remitentes ante el C6nsul de Cuba, las palabras que siguen: "y que las mercancias contenidas en dicha factura son producto del suelo 6 de la industria de los Estados Unidos de Amrica", sin cuyo requisito ser rechazada por la Administraci6n.
Circular ndimero 258, de la Secretaria de Hacienda, de Mayo 21, 1904.
En los casos que se presenten en una Aduana mercancias producto del suelo 6 de la industria americana procedentes de paises extranjeros, y soliciten los beneficios del Tratado de Reciprocidad, se exigirdn los requisitos siguientes:
Ademas de la factura consular correspondiente del puerto de embarque, debidamente certificada por el C6nsul de la Repdiblica, se exigirk la presentaci6n de un certificado de las Autoridades de Aduana del puerto de donde se embarcan las mercancias para Cuba, en cuyo certificado se expresar'n las marcas, ndmero, clase detallada de la mercancia, nombre del barco y la fecha de su Ilegada al puerto de donde se exporta la mercancia producto del suelo 6 industria de los Estados Unidos; y la declaraci6n, por parte de dichas Autoridades de Aduana, de que, las mercancias expresadas en el certificado, ban permanecido desde su l1egada al puerto bajo la absoluta jurisdicci6n de la Aduana sin haber pagado derechos, y que tanto las mercanclas como sus envases originales, marcas, nimeros, etc., no han sido alterados, eambiados 6 modificados en manera alguna, durante su permanencia en la Aduana.
En ese certificado, ademis, deberg constar que las referidas mereancias ban sido retiradas para su embarque a la Rep blica de Cuba, especificndose el nombr, del barco en que se exportan. Si no se presentase tal certificado no so le concederan los beneficios del Tratado de Reciprocidad a las mercancias.
Circular ndimero 8, de la Secretaria de Hacienda, de Abril 12, 1906.
Resultando: que por algunas Aduanas se vienen concediendo los beneficios del Trataqo de Reciprocidad con los Estados Unidos de America, 4 mercancias importadas, principalmente por correo, bajo paquetes postales, sin que haya constancia del origen de las mismas, ya por falta de facturas correspondientes 6 porque en ellas no aparece cumplido ese requisite;
Yisto: que por las Circulares nimeros 199 y 209, de 14 y 23 de Enero de 1904, se dispuso quo para obtener las bonificaciones de dicho Tratado debia consignarse en las facturas por los remitentes, que las mercancias A que se contraen son producto del suelo 6 de la industria de los Estados Unidos de America, cuya declaraci6n se ha de hacker ante el C6nsul cubano respectivo;




59
Y Considerando: que ningin perjuicio se irroga a los interesados con la observancia de las disposiciones que se citan, por cuanto la legalizaci6n de las facturas que generalmente han venido aceptandose en las condiciones de que se trata, por ser menores de $50, no incurren en el pago de derechos consulares;
Se resuelve:
Que en todos los casos, sin excepci6n alguna, s6lo se concederan las ventajas estipuladas en el Tratado de Reciprocidad con los Estados Unidos de America, siempre y euando se cumpla debida y oportunamente con lo prevenido en las Circulares nimeros 199 y 209 antes citadas, 6 sea la declaraci6n por los remitente- en ]a factura, de que las mercancias son product del suelo 6 de la industria de los Estados Unidos de America, declaraci6n que habra' de legalizarse ante el C6nsul de Cuba donde corresponda.
Circular nimero 12, de la Secretaria de Hacienda, de Mayo 22 de 1906.
Los derechos de las mercancias de los Estados Unidos declaradas con factura proforma y l as que no se les concede los beneficios del Tratado de Reciproeidad mientras no se presente la factura original con todos sus requisitos, se ingresarfn en firme, salvo la parte correspondiente a dichos beneficios, que quedara. en dep6sito para su devoluci6n, mediante autorizaci6n de la Secretaria de Hacienda, si es eutregada la factura original en debida forma dentro del plazo fijado, 6 su ingreso definitivo, dando euenta a ese Centro, si no se cumplieran tales condiciones.
Circular nuimero 41, de la Secretaria de Hacienda, de Octubre 18 de 1907.
Aclara la Circular nfimero 8, de Abril 12 de 1906, en el sentido de que al tratarse de mercancias procedentes de lugares donde no hay C6nsul cubano, bastard la declaraci6n hecha por los remitentes en la factura de que son producto del suelo 6 de-la industria de los Estados Unidos, lo cual serk confirmado por el Vista del despacho, para concederse los beneficios del Tratado de Reciprocidad.
Ley Arancelaria Consular, Decreto ndmero 1,076, del Gobernador Provisional, de Noviembre 11 de 1908).
Art. 53.--Esti'n exentas del pago de defechos:
A. Las certificaciones, declaraciones 6 anotaciones que, para acreditar la procedencia de las mercancas, se requieran en las facturas, A fin de disfrutar de beneficios consignados en Tratados.
Circular nfmero 105, del DepartamentO de Estado, Diciembre 11, 1908.
DECLARACI6N DE PROCEDENCIA EN FACTURAS.
Ain cuando las facturas menores de $50, con arreglo al pCrrafo 19 del articulo 21 de la nueva Ley Arancelaria consular (Decreto nimero 1,076, de Noviembre 11, 1908), no se certificaran, los interesados pueden presentar en los Consulados cubanos tales facturas para su visaci6n gratuita cuando sea necesario justificar la procedencia de las mercancias, en relaci6n con las bonificaciones convenidas en- Tratados. Dicho requisito hoy es solamente aplicable las procedencias del suelo 6 de la- in4ustria de los Estados Unidos de America. Los C6nsules consignarn despubs de la declaraci6n del fabricante, produetor, vendedor, duefio 6 embarcador de las mercancias, la siguiente diligencia: "Visto Bueno: presentada en este Consulado a los efectos del Tratado de Reciprocidad".-(Lugar y fecha).---(Firma del C6nsul).
--(Sello).-(Nmero ... ).-Derechos GRATIS).-(Inciso A. Art. 53 del Arancel).
La declaraci6n C que se hace referencia, serh como sigue:
"Declaro que soy el .... (fabricante, productor, vendedor, duefio 6 embarcador) de las mercancias relacionadas en la presente factura; que son ciertos los precios y dems particulares que en ella se consignan, y que las mercancias contenidas en dicha factura son product ..... (del suelo 6 de la industria) de los Estados Unidos de Ambrica.-(Lugar y feeha).-(Firma de} interesado)".
En este caso no pueden incluirse otras mereancias en tales facturas que no
sean procedentes del suelo 6 de la industria de los Estados Unidos de Ambrica.
Circular nfmero 328, de la Secretaria de Hacienda, de Enero 24, 1905.




p no Mes ha-

;gino de

rque.




Circular numero 102 de 1901.
No estando compre: equivalencias de moneda carse por el C6nsul resp netaria de los Estados I rias de oro, segdn se con tadas.

das las

Circular nimero 3, del Administra 1902.
Con arreglo al Arancel de Aduan dad circulan en la Isla de Cuba, se re< cionarias de un peso en un solo pago,
Circular nfimero 229, de la Secret
A los efectos del articulo 99, ]a: reducird la de los Estados Unidos a arreglo las Circulares que al efecto
Circular nimero 97, de la Secrete
Los C6nsules certificaran el tipo cuyas minercancias estin viloradas en
Art. 100. Los valores de mE ad valorem y los derechos que se: quier modo por su valor, seran ci 6 precio al por mayor de tales me en cantidades corrrientes al por n Isla de Cuba, en los mercados pr tadas, y en la condici6n en que alli para exportar a la Isla de Cu de todos los cartones, cajas, huac quier clase, y todos los demis cc poner la mercancia envasada y

Circular nfimero 117, de la Secr
Ratificando la Circular nfimero pecto a lo que debe entenderse por cancia quede envasada y lista para
Una mercancia, se considerara para embarcarse A Cuba, cuando se con el cual se importa dicha merea agregados al costo de la mercancia de donde se exporta dicha mercanci quier territorio es remitida a un pmu s6lo del puerto de embarque a Cuba garse. Si una mercancia es enviada to viniere directo del primer punto aquel A que se remite para Cuba r pero si una mercancia se transporta puerto del primero al segundo territt puerto del iltimo territorio para Cub debe recargarse como costo de la r
La comisi6n sobre una factura

ncia. v1 o




bnercancia, exceptuando los derchos Consulares cobrados por los C6nsules de Cuba, asi como 4s gastos de trdnsito, pases de Aduana y estadistica, p61izas y sellos, nmuellaje, etc., deben incluirse en el valor de adeudo por ser verdaderamente parte de los gastos necesarios para que Ia mercancia se encuentre lista para embarque a Cuba.
Los gastos de conducci6n y acarreto, prescintos y demis necesarios en una mercancia, deber, considerarse como gastos de la misma,- y por lo tanto, incluirse.
El seguro no sera' considerado como gasto de la mercancia, lo mismo que el derecho por certificaci6n consular, que tampoco se agregard como gasto.
Por tanto, los gastos anteriores mas de los cartones, cajas, huacales, cajones,: sacos y cubiert4s, de que trata el articulo 100 de las Ordenanzas, ser&in agregados A la mercancia como costo de la misma por los respectivos Departamentos de Liquidaei6n, para obtener los debidos derechos ad-valorem sobre el valor aforado por los Vistas.
Circular nimero 122, de la Secretaria de Hacienda, de Julio 7, 1903.
Como ampliaci6n ~ la Circular nfimero 117, se dispone que se consideraran como gastos de una mereancia, con cargo a su costo, el valor de los moldes, clisbs, troqueles, etc., que para su confecci6n especial se hayan necesitado.
Circular nimero 22, de la Secretaria de Hacienda, de Mayo 24, 1909.
Dispone que se admitan por las Aduanas las certificaciones de valoraci6n, expedidas por las Gmaras de Comercio extranjeras, legalizadas por los C6nsules, como alegato de bastante cr6dito, siendo consideradas por los Vistas en relaci6n con cualquiera otra pruteba para la comprobaci6n de valores. No obstante, los Administradores darn cuenta la Secretaria de Haciendas siempre que por algin error fi otra causa exista gran discrepancia entre los valores de factura certificados y los antecedentes que tengan de anflogas importaciones.
(Esta Circular y las nimeros 33, 35 y 36, serie de 1909, y la 6, de 1910, enumeran, al efecto, las C6maras de Coimercio extranjeras.-N. de A.)
Art. 101. Los Admiinistradores haran un examen preliminar de todlas las declaraciones de importaei6n de mereancias y siempre que las encontraren inexactas 6 incompletas, ya sea en la descripci6n de los articulos, ya sea por omisi6n de las debidas cantidades 6 valores 6 por algin error aparente en el cuerpo de la declaraci6n, exigiran la rectificaci6n correspondiente antes de aceptarla.
Circular nuimero 59, de la Secretaria de Hacienda, de Febrero 5, 1903.
Las diferencias entre la declaraci6n y el resultado del aforo, si "este se halla de acuerdo con los datos de factura, no dar" lugar a la imposici6n de penalidades ni comiso, pues de haberse verificado el examen preliminar que dispone el articulo 101, al notarse la inexactitud de la hoja con dicho comprobante, se habria exigido su rectificaci6n antes de ser admitida.
Circular nimero 11, de la Secretaria de Hacienda, de Febrero 8 de 1907.
Llama la atenci6n de los requisitos para la admisi6n de declaraciones y fac. turas, A fin de que se de extricto cumplimiento a los articulos 101 y 112 de las Ordenanzas.
(Cons iltense los articulos 97 y 98.-N. del A.)
Art. 102. Los Administradores considerarhn el pals .en donde se
factur6 la mercancia importada como el pais de donde la misma ha sido importada, y dispondrin que todas las declaraciones de mercancias importadas expresen igualmente el pals y lugar donde se fech6 la facture y el Puerto donde se verific6. el embarqu& final, asimismo Ia nacionalidad y fuerza motriz del buque en que se import la mercancia.
. .. .. .. .. +4




Art. 103. Toda factura ha de representar un embarque distinto, a un consignatario 6 firma de consignatarios por cada buque. Si por causa de accidente, 6 por no' haberse embarcado no llegase una parte de la mercancia, podri usarse, para hacer la entrada de 'los bultos restantes, un extracto de la factura original, certificada por el Administrador; pero no ser -permitido el englobar consignaciones diferentes en una sola factura.
Art. 104. Ninguna mercancia cuyo valor exceda de cien pesos,-a excepci6n de los efectos personales que traigan los pasajeros,-se aceptara en declaraci6n sin su correspondieute factura, a menos que el importador lo pida bajo juramento, demostrando que no le es posible presentar dicha factura. La declaraci6n jurada ira acompafiada de una declaraci6n de valor, 6 factura proforma, la cual se justificard por declaraci6n en la forma siguiente:
SOLICITUD PARA EL DESPACHO DE EFECTOS SIN FACTURA
Al Administrador de la Aduana, Puerto de ................. ......
Yo ................, de la raz6n social de ............., por
la presente solicito bajo juramento entrar sin factura ................,
importados por .......... en el .de.............
El fundamento de la presente solicitud es que no se recibi6 factura alguna de las mercancias arriba descritas; que las causas para no haber recibido tales facturas son, a mi leal saber, informaci6n y entender, las siguientes : ........................................................
Y los precios expresados en la adjunta relaci6n demuestran el verdadero costo 6 el valor en mercado extranjero de las mercancias comprendidas en la misma, 'a mi leal saber, informaci6n y entender.
Firmado: ....................
Jurado ante mi .......... hoy .........
El Administrador hard un examen cuidadoso del caso y exigiri la presentaci6n de todas aquellas pruebas fehacientes que contribuyan a fijar el valor de la importaci6n, no permitiendo que se haga entrada de mercancias cuyo valor pase de $100, con arreglo a esta disposici6n, a menos que tenga la seguridad de que el no haberse presentado la factura ffM debido a causas que estin fuera del alcance del importador, y se exigird de este el que preste una fianza para la presentaci6n de una factura. La penalidad que se fijard por la falta de cumplimiento de esta disposici6n seri el pago del doble de los derechos aproximados, 6 si la mercancia fuese libre de derechos, la cantidad de $100. Cuando se reciba la factura se confrontar con la declaraci6n, y si resultare adeudarse algfin derecho, se procederd aI su cobro. Las disposiciones de la ley con respecto a imposici&n de penalidades por valoraci6n de menos, son igualmente aplicables en los casos de facturas pro forma; pero no se Irard devoluci6n de derechos cuando una factura original consigne un valor mis bajo que el marcado en la factura pro forma.
Circular niimero 121, del Administrador de las Aduanas de Cuba, de Septiembre 4 de 1901:




tura; que por esta ha de entenderse la original nrmaaa, como unca legai, y a a quese reflere el articulo 97 de estas Ordenanzas; y que si un importador no la puede presentar junto con su declaraci6n, cabe permitirsele, a discreci6n del Administrador y con sujeci6n a las disposiciones contenidas en el precedente articulo 104 despachar sus mercancias mediante una factura proforma y juramento al efecto, comprometiendose bajo fianza a oentregar la factura original, suscrita debidamente, dentro del plazo que le sea concedido. Si -el importador en virtud de que es improcedente, segin esti dispuesto por la Ley, toda devoluci6n de derechos fundada en haberse consignado mayor valor que el que exprese i original, en Ia factura proforma, manifestara su deseo de no verificar en tales condiciones la entrada de sus efectos, caso que adeuden ad-valorem, el Administrador dispondri el envio de las mercancias los Almacenes de Orden General, pendientes de la presentaci6n por el importador de la factura original respectiva.
Circular nimero 11 de la Secretaria de Hacienda, de Julio 19, 1902.
En caso de presentarse una declaraci6n sin factura, 6 que 4sta no estuviese Irmada, se exigird del importador que presente la fianza correspondiente, segfin modelo, solicitindolo por instancia, que se unira la hoja, expresfindose en ella "Present6 fianza", y 6sta *quedark en la Admnistraci6n.
Entregado el documento porque se prest6 la flanza, se ,dancelar., enviAndose aqu4l k Ia Secretaria de Hacienda.
Si vencido el plazo de presentaci6n, no se entrega el documento, la fianza se hard efeotiva.
Las declaraciones verbales se harin de acuerdo con el modelo oficial.
Circular nimero 79, de la Secretaria de Hacienda, de Marzo 31, 1903.
En los casos en que despubs de retiradas las mercancias de la Aduana, mediante factura proforma 6 permiso especial, se omprobasen diferencias de valor 6 peso que hubieran justificado oportunamente el decomiso, como no puede ya efeetuarse 4ste, se procederk la imposici6n de la pena inmediata, 6 sea a la de los derechos adicionales, justamente por e1 50 por 100, segin prescribe 0l articulo 220 de las Ordenanzas.
Circular nimero 263, de la Secretaria de Hacienda, de Mayo- 31, 1904.
En todos los easos de declaraci6n verbal debe fijarse el valor de las mereancias, a los efeetos de los articulos 104 y 122 de las Ordenanzas y Partida 327 de los Aranceles vigentes. Sin ese requisito, serfin rechazadas por la Superioridad.
Circular nimero 286, de la Secretaria de Hacienda, de Julio 7, 1904.
Se aplicaran las importaciones por correo los preceptos de este articulo, y por tanto, alas mercancias cuyo valor exceda de $50, se les exigira la correspondiente factura, y A falta de ella, en los casos extremos de que trata este articulo 104, se permitird la presentaci6n de una factura proforma con la garantia consiguiente, de la misma manera queo se requiere para una importaci6n ordinaria.
Los preceptos de los articulos 106, 221 y 226 son igualmente aplicables fA las importaciones por correo, asi como las Circulares nidmeros 76, 177, 178, 199, 208 y 209 de la Secretaria de Hacienda.
Circular nimero 12, de la Secretaria de Hacienda, de Mayo 22 de 1906.
Los derechos correspondienteso a declaraciones cuyas facturas carezean de los requisitos f que se refieren las Circulares 199 y 209, se0 ingresaran: en firme, la parte del importe que represente la liquidaci6n, deduciendose la rebaja del Tratado con los Estados Unidos; y en dep6sito, la diferencia que resulte por no justificarse el origen de la mercancia.
Presentada la factura original dentro del plazo coneedido, se solicitark de la Secretaria de Hacienda, enviAndose los antecedentes del caso, la autorizaci6n para revolver el dep6sito, siempre quo aquel documento tenga las condiciones fijadas por las Circulares que se citan. Si las facturas no se entregan en el tdrmino otorgado, 6 no reinen las indicadas formalidades, se proceder al ingreso en fime del dep6-




Circular naimero 23, de la Secretaria de Hacienda, de Julio 4 de 1907.
En los contratos de garantia para presentaci6n de facturas, se fijard el plazo al efecto de 180 dias naturales, A contar de la fecha en que sean firmados tales eonvemnios.
Transcurrido el plazo se proceder& como dispone la Circular niimero 12 do Mayo 22 de 1906.
Ley Arancelaria Consular, promulgada por Decreto nimero 1,076, del Gbernador Provisional, de Noviembre 11 de 1908.
Art. 59.-Las Aduanas de la Repfiblica multarkn con el dobie de los dereehos consulares correspondientes, las facturas que se presenten certificadas por los C6nsules con fecha posterior a la llegada del buque importador de la mercancia at primer puerto de entrada de Cuba.
(Esta disposici6n se public antes por Circular nimero 6, de la Secretaria de Hacienda, de Enero 19 de 1907, modificando la n imero 208 de Febrero 22 de 1904.
-N. del A.)
Art. 105. Todas las mercancias deberan estar envasadas de manera que sea facil su examen y aforo, y las cajas interiores tendrAn su econtenido marcado con toda claridad. Las mercancias que no esten envasadas como se previene en este articulo, quedarin detenidas para sufrir un reconocimiento especial.
Art. 106. Los efectos que resulten. declarados de una manera fraudulenta, ya sea en su Valor, cantidad 6 character, seran decomisados por el Gobierno; y los efectos que hayan sido objeto de intento de importaci6n en Cuba sin haber sido previa y debidamente declarados y tramitado su despacho en la Aduana, serdn decomisados y confiseados.
Circular nimero 98, del Administrador de las Aduanas de Cuba, de 9 de Julio, 1901.
El cambio de partida, 6 sea la declaraci6n por una inferior A la que propiamente corresponda a la mercanclia, se considerate, segin las circunstancias:
Como un medio intencional de eludir eli pago de los justos derechos 6 un frau Como un error ocasionado por la incertidumbre del comerciante respecto & la verdadera clasificaci6n de su mercancia.
En el primer caso, no obstante, puede justificarse que el Administrador dete* niendo los efectos, imponga una penalidad, dejando al interesado que opte entre osatisfacerla 6 que se le someta A los Tribunales de Justicia.
En el segundo, sera tal vez suficiente que se le haga una advertencia para su gobierno en lo sucesivo.
Circular nimero 33, de la Secretaria dae Hacienda, de Noviembre 8, 1902.
Se refiere la Circular nimero 98, de 1901, confirmando su procedencia, do acuerdo con los articulos 97 y 98, en lo que se contraen A la descripci6n de las mereancias detalladamente, para servir de base & su clasificaci6n; y en su consonancia con los 106 y 221 respecto las penalidades por actos Ui omisiones en perjuicio de la Renta, que no deben tolerarse que se conviertan en sistematicos, aunque, en ciertas circunstancias favorables, pueden dispensarse al importador, segln aquella Circular establece.
Circular hfimero 27, de la Secretaria de Hacienda, de Septiembre 15, 1902.
El decomiso de todas las mereancias contenidas en un mismo bulto procede en los casos de que trata el articulo 211 de las Ordenanzas.
El decomiso A que se reflere el articulo 226 se aplicard finicamente & aquella parte de las mercancias, con exclusion de las demis importadas en un solo envase, en que aparezcan diferencias de peso 6 valor que excedan del 50 por 100.




No se relacionar'n entre si, por lo tanto, los articulos 221 y 226 que se eitan., considerfindose el primero en consonancia con el 106.
Circular nimero 37, de la Secretaria .de Hacienda, de Noviembre 22, 1902.
Con toda reclamaci6n por penalidades, se remitird el duplicado de la hoja,' de la factura y demas documentos, asi como el informe del' Vista del despacho y el particular del Administrador de la Aduana.
Circular nuimero 59, de la Secretaria de Hacienda, de Febrero 5 de 1903.
Las diferencias entre la declaraci6n y el resultado del aforo, si 6ste se halla de acuerdo con los datos de factura, no dard lugar a la imposici6n de penalidades ni comiso, pues de haberse verificado el examen preliminar que dispone el articulo 101, al notarse la inexactitud de la hoja con dicho comprobante, se habria exigidQ nsu rectificaci6n antes de ser admitida.
Circular nAimero 264, de l a Secretaria de Hacienda, de Mayo 31 de 1904.
En todos los casos en que un Administrador estime por los datos y antecedentes, qu9 las diferencias en la declaraci6n de los efectos, ya sea en su valor, cantidad 6 eareter pueden considerarse fraudulentas, y acuerde, en su cQnsecuencia, el decomiso, procederi comno dispone el articulo 221, dando traslado con los antecedentes del cas~ al juez que corresponda.
Circular .nimero 286, de la Secretaria de Hacienda, de Julio 7, 1904.
Los preceptos de los articulos 106, 221 y 226, son, lo mismo que A las ordinarias, aplicables & las importaciones por correo.
Decreto ndimero 391, del Gobernador Provisional, de Abril 7 de 1908.
Art, 107. Todos los efectos, generos 6 mercancias que no hayan sido debidamente declarados dentro de seis meses de la fecha de su importaci6n seran vendidos en pfiblica subasta por orden del Administrador de Aduana en el lugar y de acuerdo con las instrucciones que se dicten por el Secretario de Hacienda, despubs de anunciarse por cinco dias en la Gaceta Oficial y en aviso colocado en lugar visible de la Aduana y de Puerto. Si la venta es de suficiente importancia, podra publicarse tambien el anuncio previa aprobaci6n del Secretario de Hacienda, antes de la venta por no mis de tres dias, y en no mas de dos peri6dicos de los de mayor circulaci6n de la localidad, en la cual dicha venta tenga efecto, bajo las 6rdenes que el Secretario de Hacienda pueda dictar.
Las ventas regulares de mercancias no reclamadas, deberin efectuarse por lo menos dos veces al afio 6 m~is amenudo, a juicio del Administrador.
En cualquier tiempo antes del anuncio para la venta de mercancia no reclamada, puede ser reclamada por el consignatario, duefio 6 agente de ella, debiendo hacer la correspondiente declar'aci6n para consumo, almacenaje 6 exportaci6n. Antes de vender 6 disponer en cualquier otra forma de mercancia no- reclamada, Asta debe ser debidamente aforada.
El producto total de dichas ventas, se depositary en el Tesoro, acredit'ndose A la cuenta de Ingresos de Aduanas procedentes de la venta de mercancias no reclamadas 6 abandonadas, segfin sea el caso; y todos los gastos de muellaje, almacenaje 6 venta, se pagarin de la cantidad que con tal objeto debe adelantarse al Administrador por el Tesoro, y cualquier sobrante que resulte a favor del importador, ser'. pagado en id~ntica forma si fuere reclamado dentro de un afio, desde la fecha de la venta.
Las cantidades cobradas y depositadas de dichas ventas, quedan por el presente consignadas para el pago de los gastos y sobrantes que pudieran resultar.




Las autoridades de la Aduana destruirin todo tabaco en rama que no haya sido reclamado al terminar el plazo concedido para su declaraci6n, siempre que el Administrador este convencido de que el producto de la venta de dicho articulo no alcanzara a cubrir el importe de los derechos que devengue. Las mercancias de caricter inmoral 6 de uso igualmente inmoral, 6 las de importaci6n prohibida, serin confiscadas y destruidas en el acto.
Circular nnimero 39, de la Secretaria de Hacienda, de Mayo 23 de 1908.
Pone en vigor el modelo del estado que ha de remitirse A dicho Centro al solicitar su autorizaci6n para el remate de mercancias abandonadas 6 decomisadas, cuyo estado sera devuelto las Aduanas paraE que, efectuada la subasta, lo envie definitivamente A la Secretaria, despu6s de consignarse en 61 los resultados del remate.
Art. 108. Todas las mercancias decomisadas y confiscadas serin vendidas en la misma forma, y el product de dicha venta, despues de deducidos todos los recargos, sera entregado al Administrador i otro empleado de Aduana que esti debidamente designado al efecto.
Se previene, que las autoridades de la Aduana pueden destruir el tabaco en rama que se halle decomisado 6 confiscado, a fin de impedir su venta en menos valor de lo que importen los derechos sefialados por el Arancel.
Art. 109. Las mercancias depositadas en los Almacenes de Orden General y las cuales puedan, en opini6n del Administrador, ya por depreciaci6n en el valor, ya por averia, derrame i otras causas, resultar insuficiente su valor al venderse en phiblica -subasta para pagar los derechos de almacenaje y demis impuestos que le correspondan si se permitiese su permanencia en Almacen durante el tiempo prescrito por las Ordenanzas, serin vendidas en pfiblica subasta despues de anunciarse al pfiblico, segfin antes se expresa, durante no menos de tres dias ni mis de seis, segfin lo disponga el Administrador, y del producto se dispondrd y se dar a cuenta como en el caso de una venta corriente de efectos no reclamados, excepto que en el caso de efectos abandonados no se devolveri ninguna parte del producto al duefio de las mercancias.
Decreto niimero 391, del Gobernador Provisional, de Abril 7, de 1908.
Art. 110. Del producto obtenido de dichas ventas de efectos almacenados, se pagarin los gastos siguientes en el orden que se enumeran:
1. Gastos de aforo, anuncio y venta.
2. Derechos al mismo tipo que si la mercancia hubiese sido extraida para el consumo.
3. Todo otro gasto que puedan adeudar esos efectos A'las Aduanas de Cuba.
4. Cualquier cantidad que se adeude por flete de importaci6no, de cuyo adeudo se haya dado el debido y oportuno aviso en la forma que mnas adelante se determina.
5. El almacenaje y demas impuestos 6 gastos en que puedan incurrir los efectos.
En .el caso de hallarse los efectos depositados en almacenes pfiblicos, los gastos de almacenaje serin satisfechos del producto de la venta inmediatamente despubs de los gastos de la misma.
No se har6n concesiones A los efectos, g~neros y mercancias importados en Cuba, por averias que hubiesen sufrido durante el viaje de im-




spues ue uatec e lus eaetodo 6 parte de los efecAtura, quedando relevado a abandonado; previnionagar al diez por ciento 6 la propiedad abandonada de ella de cuaiquier otra ba en la forma prescrita en esa forma sean abanadas por el inismo en el fe principal de la AduaAdministrador relativa a por cuenta de dicho imle Enero 16 de 1907.
que, previa la presentarespecto A averias 6 despor consecuencia de fueas aqu611a estuviere bajo malquier almacen pfblico tas, A los cuales hayan sio con lo dispuesto en las transportadas bajo fianza la RepTiblica, 6 esten bauin cuando dicha mercane los limites de cualquier a sido deseargada bajo la 'a rebajar 6 devolver seites del Tesoro que no esaercancia, que hayan sido Sasi como para cancelar lararlas satisfechas, en su
guna mercancia en buque ta-baj:o ena de confis-

coi el