Gazeta de Puerto-Rico

MISSING IMAGE

Material Information

Title:
Gazeta de Puerto-Rico
Alternate title:
Gaceta de Puerto-Rico
Physical Description:
Newspaper
Language:
Spanish
Publication Date:
Frequency:
daily (except sunday)[1823-]
daily
normalized irregular

Subjects

Genre:
newspaper   ( sobekcm )
newspaper   ( marcgt )

Notes

Dates or Sequential Designation:
Began in 1806?
General Note:
After the change of sovereignty in 1898, briefly published by the government of the United States.
Funding:
Funded by NEH in support of the National Digital Newspaper Project (NDNP), NEH Award Number: Project #00110855

Record Information

Source Institution:
University of Florida
Rights Management:
This item is presumed to be in the public domain. The University of Florida George A. Smathers Libraries respect the intellectual property rights of others and do not claim any copyright interest in this item.
Resource Identifier:
oclc - 829938788
lccn - 2013201074
issn - 2327-3143
ocn829938788
Classification:
lcc - ISSN RECORD
ddc - 070
System ID:
AA00023800:02695

Full Text
i y, .5,r-' I
"i ,,.i5
I c
1 ,f il
SE PUBLICA
C l i.fir
5 n fc
i'J
J, i- (Mi

! ;( ri

todos ioi rartei jaVciy ibadf

a.

s;: ilO o;;;;vc

callcs de j la .Fortaleza nca; "OIVV i

' ('.'- ; I i i Li ''

Lr

i WEB

mi

I
I

1

O

-aSo,;;86..

JUEVES 3 DE ENERO.

NUM. 2. J

I

E TZr.

PTlTR OFICIA!

SKCJiUTAlUA GENERAl' DBL'SUPBRIOtt GOBIERNO
CAPITANIA GENERAL Y SUPERINTENDENCIA DELEGADA DE REAL HACIENDA

3 ff.A ISLA OK PKRTO-RICO.

; Puerto-Rico !. de Enero de 1860. 3a-
; Y poi disscn d E. ge publican en la Gaceta
del Gobierno paira conocimiento eneral. Puerto-Rico
1? de Enero de 1861Franatco J. Serrano,

J.'i li

..ii

ESTADO At As raot tue iii tnido as Aduana d esta Isa en el mea de
ticveiuVre prio jasado, 'oiiqe entrados, 5 ibuelads qeiVvan nvedvdo, eomna eomna-tadoa
tadoa eomna-tadoa con ;aca datoslneitenecknies aA ntonio mea de 185(9

I

Puerto-Rico 3 de Enero.

.

es

Ponce4 1

. Arroyo.

-Aguad illa

Are c i bo ,; '
-NagriabbU i '. .,
Guayanilla
"Cab-Kdi .
jtjarao.;. r
;jiHumeao;,'
; Salinas
; TOTALES

Valor de las Rentas.!

1839.

10

4M0f v 40(

35,076 86
; 9,509 97
18,291 70
-2,893 m-V
154 00

136.492Y- 20

1860.

i y.

47,240
57,577
41,796
29,507
9,141
4,115
42,067
2

7

93
78
47
53
32
85
15
00
68

31,466 S 71

Baques que ftan
y oii entrado-

Toneladas que han

medido

1859.

.;22
26
14
5
6
4
17
1

18

Vv'95

27
29
T1I

.7
7
5
23

I 1

110

SUBASTAS.

1859.

2,879
3,349
2,301 i
393
768
518
l,25S
152

1860.

3,092i
3,939
1,353
852 4

928

ADMINISTRACION GENERAL
DE RENTAS IlVTEKiVAS.

''11?!' ".

7'

T

li,619i 11,009!

Y'-tJi-.V :'En : 1859 : ,-. ,T- ; 4 ':.
;'(.-?, .En 1860 '' ''i'.f i : i
,,iv-i:t-ii Vue'itd' en 1 860 -: ''

Valores, j Buque

$ 136,492 20

$ 231,466 71

$ 94,974 51

95

110

'. ;

15

Toneladas

,11,6191
11,909!
i
290

'E TADO i de loa vare que 'han tenido las Aduanas de asta Isla en el Opimo, trimestre del ao pr

y nan meaiaOi CmparaaQs con igume ,ai

?.tt; v.j i i ; rian nn. nunn.pa cnr.rtiinM w iojipuiliub uue

,-.;i;'. ii.v. i U frteneeientyt al propio trimestre d 1859. ms A ( ?

Puerto-Rico

rue2

ronce

SL

Aguadillv -,

. Arecibo
v Naguabo.
-Gufcyanilla iw
-Cabo-Rojo
Fajardo
.-'HumacVb'VriVr
.9$alinW:yr.IrV
viudal MiV) t

Valor de las rentas.

97,24I 1 33
1 95,437 i 09
63,342' 44
;'28,593':';::;2r;
36,150 04;
-21,602 00
. 407 ; 37
f 275 f' 77
t 'ai nV88,:

';f 'nv

00

-'.i 1860. If-
166,134 72
115,926 1 15
75,091 41
38,964 32
i 33,020 90
24,141 08
58,984 67
v..m'.. 2 00
256 30
: 46 13
0 00
' 278 30

512,841 h 98

Buqus que pan

eniraao.

1859.

89
61
41
21
io;
19
46
5
0
0
2
.':;i;.
304'

1860.
i

5
9

ta
16
43,
t
0
o

1

Toneladas que han
! medido.

1859.

M

11,435
7,811
5,427!
2,414
2,666!
2,368
3,122
; 830!
0
0
; 202
239

36,5161

( El dia 10 del prdximo mea de Enero la una da la
tarde se verificarn simultneamente en esta Capital en

499! i e Paac e Intendencia y Alcalda de Salinas el
1 037! remate de arrendamiento del ramo de Gallera de di-

71 o "''"'.,' '

y No se admitir proposicin alguna que no cubra
ese tipo ni tampoco la que ofrezca mejorar la mas alta
que 'se presente, sino solo aqulla que en trminos cla claros
ros claros y precisos fije la cntidad que ofrece con sujecin
al modelo y las condcine del presente pliego.
Los que deseen tomar parte en la licitacin deb
rn presentar sus proposiciones la hora sealada n
pliegos cerrados con sujecin al modelo adjunto, acom acompaando
paando acompaando el documento que acredite haber hecho el de depsito
psito depsito de la tercera parte de dicha cantidad en Teso Tesorera
rera Tesorera 6 en la Receptora del citido pueblo.
Entregados los pliegos no podrn retirarse ; bajo
ningn protesto ni motivo, pues antes debern sus au autores
tores autores manifestar las dudas que se les ofrezcan 6 pedir
las explicaciones necesarias en la inteligencia' de (jue
una vez abierto el primero no se admitir observacin
ni aclaracin que interrumpa el acto. 1 :
En el solo caso de que resultasen dos 6 mas propo proposiciones
siciones proposiciones iguales se celebrar nicamente entre sus au autores
tores autores una segunda licitacin abierta en los trminos
prescritos en la instruccin vigente.
A ese nuevo remate que ser anunciado con la de-

uiua anticipacin poaran concurrir ios icuaaores por
s por medi de apoderado 6 simplemente por encar

gado competentemente garantizado, entendindose que
j t r i i j .7

renuncian su aerecno si no 10 ejercen ae uno u otro
modo. .." i :..'...

Arrobado que sea el remate por la intendencia,

se elevar el contrato escritura pblica con garanta

por bu totai importe, sienao ae cuenta aei rcraaianw
los gastos de su otorgamiento.

' El rematista quedar sujeto lo que- previene el ar artculo
tculo artculo 5. del Real Decreto de 27 do Febrero de 152,
as como lo que determina el artculo 9. del mismo

respecto la accin que ha de ejercer la Administra Administracin
cin Administracin sobre las fianzas.

Puerto-Rico 15 de piciembre de 1860. Jos Ni Nicols
cols Nicols Daubon. y"

18 O.

9,189
7,640!
3,751!
2,226
2,184!
1,331!
2,451
158
0
0
0
156

: 29,089

'1 tM

-, h'
i. ) i ; y.

I

D'Elffi O'S T P. 1. 3 X OH.

, mprtan,los valores en.1859.

, Idem. dem, en, lobll.

v 1.1 ; 1 ; i "f .. -
a' Aumento de losivalores e 1860.
i Buques de, menos en idem v
Tonladas de dnl' en dni .

Valores.

Buques,

363,417 84
512,845 98

149,428 14

304
262

(S
42

Toneladas

36,516v
29,089

, 0
o
7,4261

Modelo de proposiciones. .
; X). N N vecino de enterado del anuncio
publicado en la Gaceta del Gobierno de laa condicio condiciones
nes condiciones y requisitos que se exigen para la adjudicacin en
Sblica subasta del ramo de Gallera del pueblo de Sa Sanas
nas Sanas por el trienio.de 1861 al 63; se compromete
tomarlo en arrendamiento con sujecin los expresa expresados
dos expresados rcuisitos y condiciones en la cantidad d (aqu la
proposicin que se haga, admitiendo lisa y llanamente
l tipo fijado sin ampliaciones ni reservas de ninguna
clase) ;(" ", '
' Fecha y firma del lidiador. 3

i
i

TV
't



w

i
I 1
4
S4

-y.

r

3
I:
11
A!
i
I

PARTE NO OFICIAL,

Ct v

! 1 ' i

i

PRNNCIADO ELI DIA a i)Er EXEUO DE 1861,
AL ABRIRSE LA REAL AUDIENCIA CHANCILLERIA

9

VOXMt$tt el Sr. EDr. ffl. lcmucl be ara a drtenos.

; la caridad que infunde, la propiedad que garantizaj la libertad que consagra, al
familia que organiza, he qui lolQseleentali.jqaJC fecundo seno,
Jy que estamos nosotros llamados dispensar. Y estanta y ten extensa y tan eom eom-'
' eom-' prensiva la dispensacin de estos bienes, eme cuando faltan, ni aun la perfeccin

' moral del individuo, llevada hasta el punto en que Horacio imaginaba un varn

jumu, ueja ugar tranquilamente ai goce pursimo aei intenso piacer ae ia ieiici ieiici-dad.
dad. ieiici-dad. El hombre de bien, en una sociedad regida por Leyes injustas, por institu instituciones
ciones instituciones desacertadas por Magistrados corrompidos, en una sociedad donde no
impere la justicia podr alcanzar la ielicid&yermrtif dhl sVlrs tiel hroe,
pero no la felicidad que comunmente tiene derecho el hombre en general que
no est obligado ser hroe ni mrtir. Si las Leyes, las instituciones 6 las Auto Autoridades
ridades Autoridades dan medios para causar los dolores morales que produce el desprecio, la
envidia, la parcialidad, la afrenta, la soberbia, la ingratitud, la mentira y la infide infidelidad;
lidad; infidelidad; si la buena f, la moderacin, la filantropa, la modestia, el respeto los
bienes del prjimo, su salud y, su vida, son objet, como por desgracia lo ve
mos con frecuencia, de irrisin y sarcasmo, y no hay una Ley vigorosa que lo re reprima
prima reprima y un Magistrado enrgico probo y entendido que la aplique, si no hay ius-

' O jj.vuwu) j na uuuiua DO UUUCIVC JLUUW
hallar refugio el hombre para ser feliz? Si todo lo ou'e l rodea non constante

pww u vuiuu vyuniu ia ue ser anicii su cama?

i ii"

' Bigamo perseveremos: que no nos estorben loe sbrojos aun aunque
que aunque ae reproduzcan las dificultades, aunque tengan contratiempos y
' amarguras, sea en nuestras manos la Ley el Ltaro de consuelo y de
' lid de los que han hambre y sed de Justicia: sea nuestra paciente
severidad firme y elevado muro donde vengan estrellarse las sucias
oleadas de intereses innobles: sea nuestra espada invisible la deses deses-"
" deses-" peracion del vicio y del crimen .... guardemos las Leyes como
bu nias de nuestros ojos. .
(Conclusin del discurso de apertura del ao anterior.)

4

SEKORES:

Apenas extinmiidov l eco de estas palabras con que acab de hablar en el

ltimo acto de apertura, ya nos encontramos aqu reunidos con el mismo objeto:
ha pasado un ao mas; y un nuevo ao se presenta, solicitando nuestra laboriosi laboriosidad
dad laboriosidad para dispensar el supremo bien de la Justicia. Entonces, reflexionando sobre

nuestros deberes, record la bella mxima d un legislador pagano .que nos reco

mienda guardar las Leyes como las nias de nuestros ojos, y noy, reproauciao
el motivo, v ouiz conducida mi atencin por importantes sucesos coexisten tes,

-he. fijado, sin deliberada voluntad,' mi pensamiento en otra mxima mas sublime,

mas obligatoria por que tiene un origen envino:
' '; ; Pro justita adonizare: usque ad mortem ) i :
"'' '':"'':. certa pro justitia. '!..'!"'

1 r' Un ao nias ha pasado, y con !sa$isfaccion indecible os he visto, dignsimos
compaeros, siempre custodiando las Leves con la amorosa solicitud imaginada

)or el bio atcnieise; y si es verdad, que el juicio inductivo, que formamos, por
a observacion de los hechos pasados, nos lleva preveer el porvenir, yo me com

plazco mas en creer. que esa honrossima conducta esta iunaaaa en un amor uu.um

la. Jnsf.i.ia miA na rmirinr.irifl. hnsfn. dar la vina or e la. como 1C6 el Ijioro

-y ;

' Sin embargo, preciso es que asi como el cristiano santifica peridica y fi ecuen-

tmeme algunos aias ae su viaa aeaicanaoios a a renejuuu ue, hus uwjigawuuco
v pedir Dios fuerzas v luz para su espritu, consagremos nosotros este peque

o descanso que hemos tenido, discurrir sobre el grave peso que agovia nuestros
hombros, para afirmarnos mas y mas en la conviccin de nuestros principios re recuperando
cuperando recuperando asi fortaleza para llevarlo adelante con desembarazada imperturbabilidad.
.,, Siempre fu para el hombre la felicidad un bello fantasma de seductores atrac atractivos
tivos atractivos que percibe en el fondo de su existencia, pero que huye y se escapa cuando
nretende tocarlo su atrevida mano. En nos de esa erata ilusin, de esa esquiva

realidad consume la actividad de su vida: quien, como Arstipo y Epicuro la bus busca
ca busca en la satisfaccin de los placeres sensuales: quien, como Teofrasto, presume
p-ncontrarla en la fortaleza: ouien como Diodoro. en la ausencia del dolor: quien,

como Periandro, en la gloria, en las riquezas y los honores.... Varrori contaba ya
en su tiempo hasta doscientas ochenta maneras escogitadas por los filsofos para
ser dichosos. ;': :.:-': 4-;-.

- Todos convienen, no obstante esa esplndida disputa, como la llamaba Cice

rn, en que la felicidad consiste en el bienestar; y como la observacin y a ex
neriencia nos descubren a ue solo con la raz del espritu V la tranquilidad de con

ciencia llegamos la fruicin de ese placer pursimo, de aqui la necesaria conclu conclusin
sin conclusin de aue solo Dor la virtud, or el cumplimiento de los deberes, puede alean

zarse la felicidad posible. "Sea que pongamos gran cuidado en satisfacr todos los
"apetitos corporales, sacrificando esta solicitud cualquier otro pensamiento: (co (co-"mo
"mo (co-"mo se lee en un libro difundido hov por todas las escuelas, y debido la brillan

te pluma de un modesto escritor, con cuya amistad me honro) sea que busque-

"mos con atan los goces del espntu creyendo ser telices con la contemplacin ae
"obgetos elevados, con la ciencia y con las artes: bien cifremos nuestra ventura
"en los placeres del corazon,"teniendo f en el amor y en la amistad, y dndonos

"con aninco a ia cuuura ae ias alecciones sociales: va 10 esDereuiu tuuu uc ia

, . t i
"riqueza, del poder, de los honores y de la gloria; ya, en fin, que busquemos tran

"quilidad en el cio, independencia en la patia 6 contento en el trabajo conoce-

mos ai caDo que no somos ieuces, si no estamos en paz con nosotros mismos, y
"si nos falta esa alegra inefable, que nace de buscar nuestro bien en nuestra per

feccin moral,-primera y la mas excelente de todas las perfecciones." La virtud

' indudablemente nos conduce la felicidad, y como la justicia es la primera mas
bien el resmen de todas las virtudes, bien podemos decir que al administrarla da da-'mos
'mos da-'mos arrebatamos la felicidad nuestros semejantes. En la Justicia consiste la
felicidad social: en la falta de Justicia, en una Justicia sin cabeza, como la pin pin-taban
taban pin-taban los Egipcios, la desdicha y la miseria. Tan necesaria es la justicia que las
'sociedades polticas no pueden existir sin ella; ni la; vida civil, :ni la domstica,
'ni la individual J se conciben en armnico concierto y en la concordia que debe
' reinar para que el hombre cumpla su destino sin la prctica de tan alta virtud:
hi aun los malvados, para distribuirse las presas de sus iniquidades podran aso asociarse,
ciarse, asociarse, sin su partecita de justicia, como dice Cicern. La igualdad que establece,

-,T-

- ., Mas ah que tales crmenes alienta,
frivola y corrompida sociedad; .'
pues donde gala se hace de la afrenta,
; i : sueo es la honra, intil la verdad.
' Si tales efectos produce, segn estos bellos versos de un poeta contempor

neo, la corrupcin y el vicio, que es Ja falta de virtud y de justicia qu respon

sabilidad tan inmensa la que nosotros contraemos siempre que tomamos en a
mano esa fiel balanza, con que pesamos todos los dias las acciones dejos dems!

Ante i a conciencia numana, y ante a jusucia jue uivs, jjvwiuvo uauuu ipopy u u-der
der u-der de la perdicin y caid d nuestros semejantes, '4 podernos ver nestros'nom-

bres y nuestros Hogares colmados ae oenaiciones por naoeries aaao su oieuesiar.
La sociedad con sus frivolidades.ias costumbres con sus preocupaciones,- nos-.
otros con nuestras injusticias, habremos tal vez conducido de consuno las gra gradas
das gradas del patbulo aquel infeliz que lo sube, con l agona del rnartirio estampada

n su contrado semblante, y con el peso de la desesperacin en su agooiaao es es-mritu?
mritu? es-mritu? "Sern nuesft-as injusticias, mas que una voluntad depravada, t que lo

condujo exasperado cometer el crimen que expa! lias .leyes previsoras y sabiai
de nuestro pas, is nobles y templadas bstitucion iie nos rigen, y hsoi
con nuestra rectitud habremos tal vez llevado aquel hogar, con la dispenscion'de
la justicia, la felicidad que rebosa en el semblante d aquel padre de familia que re- ;

Cioe 108 cuiaaaos ae una nenia y casia espusa y ius cuiiuius augcuaica uc bu jjo
pequeuelos? La serenidad de su frente, la abundancia que lo rodea, la complacen complacencia
cia complacencia en sus trabajos, la resignacin en sus infortunios sern quiz resultados de la
f'que le ha inspirado la seguridad de que hay justicia que vela por su bie- ;

; Dignos y apreciados compaeros! ,No hay exageracin alguna en la deli-

neacion v colorido de estos cuadros antitticos. Eso es lo que necesariamente pro

duce nuestra virtud nuestra relajacin: fuera pues, de este templo augusto el ;

inters egosta y antiptico, que enmonece y pudre ios resones ae a justicia:
fuera de aqu las pasiones innobles y vulgares, que ofuscan la razn y turban la
conci encia: fuer de este recinto la hipcrita arbitrariedad, que tuerce el sentido ;

recta de las Leyes y lastima los derechos: -fuera ; el escepticismo y la duda, que
secan el corazn y paralizan el pensamientor'arrojemos''latigazos1 del santuario
al fariseo deforme, "'repugttteulde'.rla' .injusticia.' Paso: franco, y ancha
puerta los sentimientos generosos, con que nos habituamos sin esfuerzo prefe-

nr siempre ios mtereses nouies y muipaucus; ancua puerta a a razuu ina y ue ue-sapasonada
sapasonada ue-sapasonada qe'es el instrmento de la rectitud de nuestros juicios: paso franco
la sinceridad y buena f, la pureza de intencin y la benevolencia, con que
se destruyen las preocupaciones' y los errores y se infunde la confianza: ancha

puerta a la nrme segunaaa en nuestras creencias y en nuestros sonaos principios,
que s el medio de conservar inalterable la paciente perseverancia y la firmeza de
cracter con que debemos distinguirnos: culto ferviente,mor vivsimo ! l jus

ticia: sea nuestra conciencia su templo: sea nuestro corazn el-ara de su altar.
As recibiremos bendiciones, por que habremos derramado con providente mano,
la felicidad: d btr irido oprimir nuestro espritu el desgarrador rmbfTritb,
por que habremos causado perdiciones y desdichas.
' Ocupndonos de estos pensamientos, y de estas mismas reflexiones, aunque
de diferente manera y con otras palabras, que es la sola novedad, coriique f pode-
mos presentar el ofejeto nico y siempre fijo de nuestra meditacin, comenzamos
ias tareas judiciales -en- el ao que acaba.de pasar y. ccoq ellas la vista yprpCu yprpCu-rrido
rrido yprpCu-rrido guiarnos por la resplandeciente luz que difunaenfihemos dictado nuestros
fallos en 775 causas criminales vistas en definitivay 'sobreseimiento"'-cirapS
que fueron las despachadas en el ao anterior, quedando pendientes 10 nmero
prximamente igual a de las que resultaron en es estado fin de 1859: y s nan
examinado 1,195 cumplimientos de despachos archivndose igual nmero; de las
lonooa & ttna ca rpflprpn' nnnrra fi77 mil fnp.rnri lns rnnilnirlns pn pl mifarnA nftn

Aunque poco, tambin ha habida aumento en el despacho de los negocios civiles:
en vista y revista, en artculo, por recursos extraordinariosinsolvencis y deser deserciones
ciones deserciones y separaciones, se han fallado 309, contra 283 en 1859, quedando pendin pendin-tpa
tpa pendin-tpa 108. los 53 por no abitarlos las partes.1 V V r;i

Ocupndonos luego d los negocios gubernativos de justicia, para dar satis-V
factorio cumplimiento al deber que nos impone la Ley de velar, constantemente
por las buenas reglas de sustanciado nico medio de que la verdad senianisfies senianisfies-te
te senianisfies-te los ojos del juzgador tan resplahdqente y pf conip debe ser persibida he hemos
mos hemos procurado destruir prcticas inconvenientes y corruptelas perniciosas comen comenzando,
zando, comenzando, para saludable egeaplo por nosotros mismos..,..'..;, ,,,;-.; .a sjt' J-
Como la regularidad y orden en los trabajos de las dependencias del Tribunal
es la bas del buen despach, por acuerd del 0 de Mayo, que obtuvo desde lue luego
go luego el asentimiento del Sr. Presidente y despus el de la Sala de Indias del Supre Supremo
mo Supremo Tribunal de justicia," se introdujeron mejoras en l libro diario en que se ano anota!
ta! anota! toda la actuacin del Tribunal, y dr otro "de' 75 de Juliof se njand formar
inventarios y abrir registros en la Escribana' d Cmara, bajo la especial direccin
y vigilancia del Sr. Oidor de visita, para tener presente el estado y (levar cuenta
del curo de los negocios con l precisin y exactitud exigida por Jas Leyes, fin
de evitar negligencias y retrasos, (pi redundan siempre en perjuicios de los liti litigantes,
gantes, litigantes, y en desprestigio de la administracin de la administracin de! justicia.



ta-

;.. Despus ha suprimido el Tribunal por acuerdo reciente que pende, de ja apro aprobacin
bacin aprobacin tlel Sr. Presidente, el irmite que se conoca con. el nombre fa.noMm-

dones de estilo. Consista este en. pedir a procurador del litigante que haba com comparecido
parecido comparecido y despus de pasado el trmino del emplazamiento, que se hiciesen las no notificaciones
tificaciones notificaciones mencionadas,, las cuales tenan por objeto explorar los dems procu procuradores
radores procuradores de nmero, para que dijesen si estaban apoderados por el litigante que ha haba
ba haba dejado de comparecen si resultaba que no, el promovente pedia eutnces
que se repitiera la citacin y emplazamiento, sealando nuevo trmino, 6 que se
declarasen los extrados, segn los casos; pero si apareca que algn procurador te tenia
nia tenia poder entonces volva pedir que se le requiriera para que en un trmino pe perentorio
rentorio perentorio usase de lty el procurador apoderado lo hacia, siguiendo la sustancia sustancia-cion;
cion; sustancia-cion; no lo verificaba, en cuyo caso se' promova la solicitud de nuevo empla emplazamiento,
zamiento, emplazamiento, la parte 6 de extrados, sin producir resultado alguno la exploracin
TxraotA FJ Tribunal hft credo oue esta exploracin es innecesaria en todo caso

y da lujar entorpecimientos y gastos perjudiciales. Las partes saben, desde que
son emplazadas para ante la Superioridad que deben comparecer por medio de
procurador apoderado y expensado suficientemente; y cuando no lo hacen, tam tambin
bin tambin saben que la Ley las somete al efecto de la desercin de 'sus recursos la
sustanciacon de losmismos en extrados rebelda, que es precisamente lo que
sucede haciendo no -las notificaciones de estilollegado el caso de la Ley.

Tambin ha suprimido el tribunal un trmite llamado de instruccin, que no

ir

continuacin

timonio lo presentaban pidiendo que se les tuviera como partes y .' se les "mstru

?era del estado, de los autos:, yenncaaa esta instruccin peaian entonces que se
es entregasen para instruccin del Letrado si el negocio se sustanciaba por expe expedente,
dente, expedente, que pasase al Relator para extracto, que se entregase la otra parte
para expresar agravios se volviesen entregar al compareciente con este obge obge-,o,
,o, obge-,o, segn los casos, si el negocio se sustanciaba por alegacin. El tribunal ha

estimado que ese tramite ue instruccin ae eswao es conipieuimenie niuin y uua uua-torio.
torio. uua-torio. Con la copia del poder, sin ella, pero, refirindose la misma y pidiendo
en el ingreso apartadamente que se traiga el testimonio, la primera! solicitud
del procurador debe ser que se le tenga por parte legtima participndole las pro providencias.
videncias. providencias. Por estas, por la i que toman Ja voz en los Estrados que
asisten diariamente, acercndose la Escribana dpnde deben facilitrseles las

noticias qu necesiten permitindolo el estado y naturaleza de los negocios, pue

den y deben enterarse, sin necesidad de pretensiones innecesarias, de la actua actuacin
cin actuacin para promoverla convenientemente. !' ,, ;; -n xu "-': ,; 'i

Tambin ha notado el tribunal v ha credo oportuno correerir la costumbre

. r X
de acusar rebeldas fuera de oportunidad, y sin obgeto, restableciendo la pureza

del precepto legal.
. Esto ha hecho el tribunal respecto de s mismo para'dar, como antes indi

qu, saludable ejemplo, y llenarse mas de autorizacin para enmendar tambin

sus subordinados. '-. i ; :

HBa advertido igualmente que los bstanteos de poderes que en los juzga

dos, hacen los luetrados, yy en staSupenordadel Relator no llenaban, por suTya suTya-guedB,
guedB, suTya-guedB, el obgeto Jde esta4 legalizacin, kstnte var h que trcs."H aqu

la formula usada, frmula queejamuchaf salids la tespotisabilidad leal," en

caso de deberse exigir, que n ahorra el trabaio de los iueces de examinar el po

der nara apreciar su suficiencia, v. aue tampoco evita nuevos bstanteos si del

poder se usa en otros hegocis. El tribunal ha 'mandado 1 Relator,'" y comunicar
al Colftffio de Abosados aue los bstanteos se hasran con relacin al negocio en

que van obrar los poderes, y expresando jsu'bbge de .los liti
gantes. -' -.,, ,

"'"Enld Juzgados inferiores han sido'vrios los "particulares" dignos do correc

tivo que el tribunal. ha tratado de regularizar.' - t

Con recuencia haba observado lallos y sentenciase que connrmaDa, y que,

sin embargo, no podia adoptar, por, lo defectuosq de su redaccin. Toda sentencia
:es la expresin de4 un juicio, que se pronuncia percibiendo la relacin que existe
entre los hechos, obgeto de" los Resultandosl 'y. derecho, ; obgeto de: los Vistos:
la relacin que, une los hechos con e derecho, es obgeto de Consideraciones,
y l falto la expresin sinttica y concreta de esa elacin. Sin embargo de qu
el tribunal presenta, buenos modelos, y que el alto cuerpo (consultivo' del! Estado
y el Supremo trinal de Justicia los da cada1 momento, algunos de los Jueces
de este, territorio confund lastimosa la fforma de fundar las sentencias.
. La exposicin dlos Jaecnos, se. inclua entes comideracio?ies en' medi de estas se
intercalaban resultandos, j&m volver los considerandos, en los vistos s referan
hecibs, : habia, en fin, tanta falta de mtodo de redaccin que lejos1 de lvar las
sentencias el convencimiento de la justicia, con la autoridad que la impone, que
,jes el obgeto de ilustrarlas con fundamentos, casi se echaba de mns la Ley que
trohibia exponer las razones' que tenia el Juez para dictar : 8us. providencias. E
ribunal ha dispuesto decir los "Jueces que lfrriml;del;'Ae
sgrda la exposicin de lo& hechos: la del Visto la expresin" de la Ley
; doctrina, por que estos deben regirse: la del Considerando al vincul con que se
enlaza el hecho con el derecho para ser regido; y eV fallo la deteriinacion 6
Juicio en que se declara que esa relacin existe "o no respect al caso d que se
trat: que estas frmulas pueden abreviarse, como lo ha hecho la Ley de enjui enjuiciamiento
ciamiento enjuiciamiento civil que fe obsnra en la Pennsula, incluyendo en las consideraciones
-la exposicin del derecho con las razones que lo hagan aplicable al caso en cues cues-tion,
tion, cues-tion, de cuyo modo n hay necesidad de los Vistosj y que procuren' observarlo
as en las sentenias d artculos definitivas, que son las que deben fundarse,
para darles la debida uniformidad ydaridad. ; , v .,1
En el encabezamiento principio de las sentencias tampoco s observaba
. rdn ni mtodo.' Unos comenzaban desde' luego con los Resuftandos, otros con
las mtaonw lugar y la fechaotroscon l relacin del nego
cio, v rticlarment n las .causas' criminales, de donde se han de sacar las no-

f ticis estadsticas i casi siempre se advertia deficiencia n la manifestacin de las
condiciones de los reos. Para la debida regularidad l Acuerdo ha determinado
que la redaccin del encabezamiento de las sentencias se ajuste , expresar el
lucrar v fecha, el nesrocio v las partes VJnlVcusaa' crimmals'', despus del

.nombre de los reos, siendo conocidos, si ,son nacionales 6 extranjeros, blancos

voe color, iDres o esclavos, casaaos, yiuaos 9 soiierps,-con mjos o sin euo, i a
ben no leer y escribir, .si son reincidntes en delinquir en el mismo delito, .3

la edad, v al hacer expresin del: delito; si ? se! ha cometido' en poblado des-

J X A
poblado. ,'::

Otro ,d los defectos quese notaban en las sentencias, y ma aun en las pro providencias
videncias providencias interlocutorias, consista en que aparecan redactadas .. estijode tribunal
upriof3fmas bi Despus de la fecha y en

prrafo aparte se estampaba la providncia'n7brvsmai palabras po bao sus-

dar f d r X.lttidCmficar.'. el. ; cargp.',ll -juez; 'de, moty

que con frecuencia se presentaban ejemplos de empezar iy concluir un negocio
n saber si era el Alcalde mayor propietario su teniente sustituto el. que, ao-

tuaba, m el titulo o motivo que tenia para euo. Jsia pracuca," que uieu pueue

decirse original de Puerto-Rico, y que no conduce & otra cosa que a anorrar 'al 'al-guia
guia 'al-guia trabajo al Escribano, con perjuicio de la formalidad de la; actuacin, se ha
tratado de remediar tambin disponiendo lo conducente. : l .),
En otras ocasiones se haba mandado que la fecha se consigne en' cada Mr
tuacion, y que el nombre de esta se seale al mrgen, para facilitar el exmen
de autos y sellarlos con la debida formalidad. Pocos Escribanos cumplan con
est precepto, y de aqu nacia la necesidad de mayor trabajo de exmen que en entorpeca
torpeca entorpeca el servicio: la Audiencia ha recordado el cumplimiento de este pre-

cpto, mandando desterrar las lonnuias con que se suplan las iecnas y previnien previniendo
do previniendo oue las actuaciones se sealen al mrgem ; ? :

Muchas providencias particulares naoia aicxauo ia Auuiencia pura uesiruir
a costumbre que tienen algunos jueces de pedir informes los escribanos cartu cartu-firin
firin cartu-firin snhr resultados hechos de actuacin! v sin embargo aun se ve con algu

na frecuencia, que estos informes se piden, y que los escribanos los dan, entrando
disertar sobre la materia, y haciendo apreciaciones y emitiendo 'pareceres de

todo punto impertinentes. Para ver el resultado de autos los jueces no necesitan
ni deben acudir los escribanos y para consignar en' la actuacin los hechos

estn precisamente ios lesuuiuuius. xui cacuwanu uu m mua nwuniwwgv w

iu j jx vavA'v v j DvivniuvuiviJ w nuivtiauv wu ia IK- UUUC( pala UvI tliidli IVa
hechos que se verifican su presencia y percibe por sus sentidos: esto se hallan

reducidas sus funciones: el escribano no puede hacer apreciaciones, ni formar
creencias ni expresar juicios: estoes dla competencia de los Asesores y Jueces.
rt 1 -i. 1 X

uuanuo necesiten estos nacer consiar circunstancias que no aparezcan de lo ac actuado,
tuado, actuado, y de que tenga conocimiento el escribano, deben mandar que se dea testi testimonios
monios testimonios pero no informes. As lo ha estimado el Acuerdo, disponiendo lo conve conveniente
niente conveniente para que se cumpla. ... . (
Habia reparado igualmente que los Jueces, y hasta los Alcaldes locales, se

dan s mismos el ttulo enftico de Tribunalsiendo esta una costumbre ente-
. 1M .! 1 i 1

rauiuio uuuuuiutt, jiciu uu mu eituio o mas oten uemai gusto. Aunque en sen sentido
tido sentido genrico y muy. lato pueden denominarse tribunales todos los que adminis

tran justicia, con propiedad no se aplica esa palabra sino los que son colegia colegiados,
dos, colegiados, y mas especialmente los quo la administran en grado superior. Tambin
sobre esto ha llamado la Audiencia la atencin para la debida propiedad del

lenguaje iorense. u. - ; ?.? -r-:. --,.. f.,

Con este mismo objeto ha mandado rectificar la equivocada inteligencia que

muchos 'Escribanos dan la diligencia de ,(fe de libores." Baio este epgrafe

con esta denominacin extienden diligencias sobre invencin de armas, prendas
de ropa, seales de escalamientos y otras cosas parecidas en-causas por delitos
que nada tienen que ver con las heridas lesiones corporales, para cuya descrip descripcin
cin descripcin est consagrada aquella diligencia, con lo cual se cometa una chocante in in-rcciderfecnicrsmo"
rcciderfecnicrsmo" in-rcciderfecnicrsmo" le'5Y7m''t' -. .

i Tambin habia observado la Audiencia con disgust, v ha procurado corre

gir, la costumbre de algunos Jueces de admitir apelaciones por respeto al Su-

perior nmbreiinvocddof expresando al propio tiempo en la providencia, que

ciau muumwwic, segn as utyt'H. Anteesias naaa nay superior; y en ios casos
que prohiben el recurso de alzada su precepto debe ser observado con la misma
rigidez que en aquellos en que lo conceden. 'vA'i'S
v 4 Tambin ha dado reglas y ha recomendado el cumplimiento de otras que
estaban vigentes, sobre acreditar: en lai fcausas criminales el estado dV insolven insolvencia
cia insolvencia 'de los procesados, contra quienes recaen condenaciones pecuniarias. Mu Muchas
chas Muchas d stas dejaban de hacerse efectivas por falta de diligencia para averiguar
la fortuna de .los reos, y particularmente el reintegro de los socorros carcela carcelarios,'.'
rios,'.' carcelarios,'.' que atienden los fondos municipales de los pueblos, v de las f participa

ciones dla Real Hacienda, exiga especial solicitud del tribunal, que tampoco
debia olvidar el cobro de los derechos de actuacin, aue tienen el sarrado carc

ter de crditos alimenticios de los curiales. ?

Asi ha procurado satisfacer la Audiencia el deber do vicilar por la admi

nistracin de justicia, reformando y mejorando las prcticas v costumbres ofi

ciales de sus subordinados; y al propio tiempo ha procurado atender cual cor corresponde
responde corresponde sus atribuciones gubernativas despachando mas de 400 expedientes

d Acuerdo, entre ellos 47 votos consultivos sobro negocios importantes de la
administracin civil. Tambin en esta parte ha tenido necesidad de prestar ma mayor
yor mayor trabajo por que en 1859 apenas pasaron de 300 los expedientes de Acuerdo,
v Y para dar solucin v despacho, con la previsin correspondiente, este
cmulo de atenciones ha dedicado todo el tiempo necesario, sin consideracin al

una al designado en la Ley. De las 260 audiencias que ha tenido el tribunal

g

tan solo en 47 ha invertido las 3 horas de reglamento: ha consumido 4 horas
en 132; 5 en 62: 6 en 17, y 7 en 2; de modo que distribuido el total de -horas
le tribunal, que asciende a 1,095 entre los dias naturales del ao viene re

sultar que no ha tenido ni un momento de descanso, por que corresponden pre-

;iameme u o nurua unira sin vacacin ni lena alguna. ,1
,, De la comparacin de estos datos estadsticos resulta aue en el ao ltimo res

pecto del anterior ha habido aumento de criminalidad, y aumento tambin de

itigios, y si la comparacioa se hace con un trmino mas remoto observaremos

un desarrollo lento pero progresivo de crmenes y de pleitos. Querr esto decir
que la condicin moral de ios habitantes de esta preciosa Provincia, se pervier pervierte,
te, pervierte, V que su tranquilidad interior s turba? Querr esto decir, como algunos

creen, que la civilizacin, la difusin de los conocimientos humanos trae consigo
mayor suma de inmoralidad, poique el hombre, al aprender, no se reduce &
aprender lo bueno? Para m, Seores, ese; problema, aunque complexo, no es
de hiuy difcil solucin. Si tuviramos estadsticas, como las qe ahora Be for-

man, ia demostracin ue que no es esa la causa del aumento de criminalidad se seria
ria seria directa y concluyante, pero falta de datos minuciosos y concretos que im imposibilitan
posibilitan imposibilitan el' anlisis, tenemos los suficientes para venir al descubrimiento de
una verdad sinttica, que por serlo no tiene menos fuerza. Si hay mas delitos y

mas contiendas judiciales tamoien nay mayor numero d habitantes, que se au aumenta
menta aumenta en proporcin al crecimiento de la riqueza, mayor suma de actividad ci civil,
vil, civil, que se desarrolla la sombra de Leyes protectoras de los derechos indivi-

uutueaj mauivs wuuius ue repifuion, que so consigue por mejores insuiuciones
administrativas. Qu era la Isla de Puerto-Rico ntes de crearse esta Keal Au-

ucuvia ; Liciuutr aiius iiaucr iuu xu. iiiiiiiu ue su pouiacion, con menos ae ia mi mitad
tad mitad de'us' rentas de hoy, y con dificultossimas "reglas de administracin no

1 daciones (deca S. M. en la-Real Cdula de creacin) al tribunal Superior del
"distrito," esto es mi Real Audiencia de.Cuba, ha sucedido no pocas veces, por

' i i i ? 1 n r

ios ineuios legaies, vienao perecer su justicia en ios. tallos ae primera

ciar a

( 'instancia, con el desconsuelo de no obtener acaso su desagravio, ni el que sean



refiTmid'os 93 flesacierts de los Jueces locales." ,iQu era PuertcnRico cn cn-t'nte
t'nte cn-t'nte 'aSs Hace,' nts de que apareciera en su horizonte la magnfica figura
.'del'Irirident'I&mirz, inoculando con sus sabias doctrinas econmicas el ger germen
men germen 'de1 prosperidad que aun fecundoste suelo? Un triste presidio subvenciona subvencionado
do subvencionado pdr las cajas de Mjico, donde la propiedad y el comercio vivan merced de
rwfs tradicionales 6 de la casualidad. Como no-haba de halier menos delitos,
por lo mnos ostensibles? Como no habia de haber menos litigios si los medios
de litigar eran mas ruinosos que la prdidcv de los derechos? Suprmase la Ley
y lo Tribunales, y no habr, de seguro, infracciones: niegese el bien y no
habr mal. "-iiri; ,--A,; C;"?,-- 'v.-;- .-.-y.
f ,. Por estas razones, porque Ja actividad social crece con una rapidez asom asombrosa
brosa asombrosa como resultado de que el homhre hace al presente en un ao lo que ntes
en diezf porque como consecuencia, de esta actividad concurre y choca con mas
personas ;y con mas.obtculos en minos tiempo, y en mnos tiempo contrata
mayor nmero de veces, porque, en suma, contribuye mas, y mas pone de su
parte para realizar el bien y llenar suj fin moral proporcionndose la felicidad
posible, por eso precisamente se d t el fenmeno de haber mas infracciones, na
pop que sea mas malo ni est, mas prevertido. ;
. Pero aunque no Jo sea,, por eso mismo .tambin, por que su existencia se
difunde y extiende msj tiene mas necesidad de justicia, que es la base, 6 como

ieciamos anies. en i.o que consiste,. ia ieiiuiuau xu ucwmuov j

damente nuestros deberes sin sensible sacrificio. Corresponderemos en idelaa idelaa-te
te idelaa-te & ta augusta confianza de 8;' 31?....' Procurmoslo con voluntad decidida, y
con intencin pursima. : "-r .-! ;
. Y ahora me dirijo todos; al ministerio fiscal, que regido pr el digno Ma Magistrado
gistrado Magistrado que tiene por cabeza, tanto ayuda y tanto puede nacer por la buh
administracin de justicia: los Jueces inferiores de cuya ilustracin y celo de depende
pende depende en gran parte la proteccin de los derechos y la represin de los crme crmenes:
nes: crmenes: los Abogados (gracia pido aqu para una pequea digresin, que
me conduce mi amor una profesin que egerc eon aficin y entusiasmo)--hombres
prcticos y doctos quienes la Ley coloca cerca de lo Jueces para ilus ilustrarlos
trarlos ilustrarlos y contribuir al acierto de sus sentencias: vosotros estis llamados ser
las brillantes antorchas que iluminen los senderos 4e la Justicia- vuestro noble
oficio os levanta hasta el Santuario de los legisladores y las gradas del trono
de los Soberanos: vuestras fatigas y desvelos se emplean en el patrjocinio del

men uc ,bc c tttt'uuauy uci uuwe susjvgo ue sus uogares, ue ia usia compa compaa
a compaa de su esposa y de Ja presencia de sus queridos hijos por la astucia y malda
de los-hombres; la triste vmda detendidai, el hurfano socorrido y la Patria
parada: he aqu el fruto de vuestras yirtudes: vosotros poes ,mucK9 tambiji
para contribuir la felicidad socjal, fero , la vez, y precisamente' porque 'm
tan nobjes y distinguidas vuestras funciones, contrais una inmensa Tespon& Tespon&-bilidd
bilidd Tespon&-bilidd cuando la negligenciala codicia o l artificioso dolo las degradan: cor corriendo
riendo corriendo por los perniciosos caminos que enriquecen los ralos i Abogados y des destruyen
truyen destruyen la fortuna de los pobres litigantes, enredando'' l:cvMt2alHi&

Hodero y dlas glorias del nombre espaol y. ei vr "D" j
Glabras "deiemos un grat recuerdo de nuestro sabio Gobierno, de nuestra
Isabel U buena, la Catlica, como su ilustr Abuela, y comd
-"suSe Abuela el terror de a morisma africana, la Madre cariosa de su
'eS ericnos:.v Y tenia razn al invocarla bajo estos atributos, poj
anetvoco daba un insigne testimonio de ellos, enviando para gobernar est
que a poco aaDa u" b anortadamente escofin para enal4

"Atitiiia a uno ue ios u.unca wuumvo .
er in Africa el podero y las glorias del nombrel y dt. M

lidades tanto debe prometerse el pas; y creanao, a ia .ves, uu i

diencia con suficiente nmero de Magistraaos para uispeu 7" -7i
yot SpSS y regularidad esta parte de sus espaolesamericanos, objeto d(
i' eStS1 mas necesidad de justicia, y asi lo ha comprend
do aXtmpre' la altura de las exigencias sociales acude presuros

1 A.-. U A -vt A tnVl 11 I Til M II I.K I li HOjCaiUUU VV V v.

, JVlientras nosotros expeniucuiauaiuuo mwi'- i
SakS que ncrera posible hacer permanente y normal el estado en que H
SnEabamos, en ucUma y en unas condiciones come las de a Jocahdadj
l Sala se creaba, y en nuestras manos se ponan los medios de llenar cumplif

de que se fomenten los "rencores de las familias s destruyan sus interses "f fk
oscurezca la natural sencillez de la verdad: asi dan motivo para que ri clebre
poltico haya dicho qufe' est, entre otras causas convierte los senderos del Foro en
bosques de foragidos.N6; no os contaminis cot itri';6"gradtt'.et)r itri';6"gradtt'.et)r-bles
bles itri';6"gradtt'.et)r-bles vicios, Letrados distinguidos y probos , qbiM me dirijo: o; poned Vues Vuestra
tra Vuestra noble ofrenda en este Santuario coh recta intencin y piira conciencia, y asi
gustareis el intenso placer de la felicidad, y de la virtud de darla los dems
por medio de la Justicia. Tambin me dirijo; los subalternos cuya religiosi religiosidad
dad religiosidad y honradez tanto facilita: l rapidez-de la actuacin y l esclarecimiento
d la verdad: todos, todo dirijo mi dbil voz pon la pretensin nica de que
la escuchen benvolos;. & todos envo ina expresin sincera del ardiente amor
nnA ttia anima or la iusticia. con la sola uretension de aue se la rinda el clto

uue merece: nuestra misin es batallar, vencer dificultades, devorar amarguras,

pero salir trnmantes con la orillante ensena la justicia.,, :

'1. ic 11.

Pro justitia agonizare: usque ad mortem certa prc justitia.

Hb DICHO. ; 1

'V' 1' 1

' 1'

,', r-, .....'.' I,!' '

ALM

De venta.

ki CAJl DE AUTOPSIA Y AEIPTACIONES N. 3

r POR C A R RIERE,1

LLEGADA IIACB POCO DE PaIIIS A LA CASA
i i E q fjgi OBI! If A N O .5; ;
pedida para un facultativo de esta Isla que ha fallecido
en el presente mes.,
vL fiJtlUfhtM eaabl-tfmi ngulos. de -cobre y cerrai
dura de das. vueltas i forrada ukx bayeta, contenieudo

:'l Un torniquete de tornillo con 'dos pelotas y otro de pre
iSion CarriercTres cuchillos de un filo de tamao re re-v
v re-v guiar Un bistur fijo de? lmina fuerte y puntiagudo
que sirte para la desarticulacin de las fidanjes y el
rperioslioUn cuchillo ambifilax 6 interseo Dos
rbiduns rectos fuertes, puntiagudos tamao nn. 2.
l Dos ulem convexos.- Una sierra grande con dos lmi
i fias um de ellas estrecKa.-Un idem de mangr movi
i ble modelo pequeo. U na idem de cadena ron bigornia
de Mr. Maurie. Una pinza incisiva grande aue sirve
-tatnbitin para las amputaciones parciales de t'.' man
dibula. Una tijera de listan con 'el punto de reunin
exnttico modelo Carrier Una pinza dedigadura y
torsin de las arterias y porta aguja Una pinza or
' diara. Un tenculo fijo. Una aguja de Cooper.

. : oeiriaem ue tnimi --i
Se recomienda que es todo superior Vale

DE-AGDMLDO

) I Clll .1. ,;

PROSPECTO.

M:

'.I li'A

GRAMATICA

Por 2dn 7in de Mata Aibar.
J; Mandados servir de texto en las escuelas de
. la; Jla, i por la. Academia t Heal d Buenas Le Le-.tras.
.tras. Le-.tras. Se venden 4 reales fuertes.- En esta
Capital, Encuademacin d D. Juan Gonzlez
y e h May ag u ez casa d D. Miguel Lloreda.

V Por cuarta vez hace or su f voz el misterioso Mago
db Aguas-buenas, sienj) Jorge Pitillas- el encar encargado
gado encargado de trasmitir, al muneja sus pronsticos, y observa observaciones.
ciones. observaciones. Kchando una mirada aj pasado, recorre uno por
uno los pronsticos del primer ao en que por conducto
del Bachiller Fernandocde Rojas, tuvimos noticia d
en nT-iat.pnMl. V el merensue. los embusteros, el espri

tu de asociacin, la juventud, la guagua, los necrlogos
de oficio y los aficionados al.ltA30 de gallo,, han peu-'
pado su atencin otra vez i podia ser. e-otroodQ,
pues segn sus propias palabras "solcito por la felici felicidad
dad felicidad del pueblo que ha elegido para morada, ; leyen leyendo
do leyendo de continuo en esos brillantes astros que ruedan so sobre
bre sobre nuestras cabezas el ; pwyenir que lv espera, ha re re-delado
delado re-delado algunas de las enfermedades morales de que pa pa-vecemos
vecemos pa-vecemos y que son una rtaora que se opone nuestro
jn.rllA mnral v. material." Quiera el ; Celoaue

aprovechando sus sbiosonsejos sepamos utilizarlos
en lo futuro. ; : ; ;
AiloTrtsj lft lo' nrons icos del Mago DE AGUAS-

buenas, contiene la parte literaria del Alm anaque-

aguinaldo lo siguiente: -r;;

Al insiane poeta buclico bernardo de Balbuena,

poesa por el Bardo de Gaman ... .; v ;
. Los aguinaldos en Ierto-Ricot artculo de 093

tnmnres or virua 1 -i f ; o !!

Ante un, abismo improvisacin. Plegaria d Mara.

A. Jone na. roesia iucutt. ka wa iuiMvgi M r"'
to-riqueo Don Santiag( 1 Vdarte. ;
.. Apuntes sobre la higiene de nuestra clase proUta-

M Platanillo y la jtariposa; fbula por D. X J.

' Ensayos crticos sobr algunas del las pb'ds' d
Don Manuel J. Quintana, por D. Juan P. Gomas.
'"L Mdauina de vanan or Arnott.- 1 :'

.. j - i f v
'i i4i pintor puertorriqueo. Jo Canbeeliei1 pbr

H Gratitud, poesa por Don' Federico Ttbaadb y

Brincau.

. 2Va5yoj poesa por el Padre PatHcio; V J

' Romance; por Uon Juan rancisco Uomas. v
" A dem enmn itna rnnana contiene 'tlh4 eata'do d

la etpertacin d las principales producciones5' de sia
Isla desdo 1850 hasta 1859jinclu9ive; el rSmii ad

mico de lar Balanza mercantil de la Isla correspondien correspondiente
te correspondiente 1859, el estado demostrativo df las oper'cions

pracucauas 'para m rovugiua uo laxuuncua iuauuuuiu.

ei- estaao'aei movimiento uei persouai ue a casi no
Beneficencia en 1859 J un cuadro del los distewe

saldrn de Cdiz y la Habana : los vapores es paolds

aesae Jinero a oeiiemure ue j.oux y pur;,uniuii 'ws

preciosos consejos 1 uei oueu t mvaruo : pur cnuu.ua.
EneLSantoraL ial fia de cada mes se halkcl siento

.... ; W t 4
correspondiente, y el, horscopo tal como ha'8tdo;dicta-
. t M i 1 : Mi: 151 i-IJ.: '

do por la oiona ue jjuqmuo.-rm xouo uormaimunuru

en b,M de lz pginas de esmerada iinfre3ion,(aaorDa iinfre3ion,(aaorDa-n
n iinfre3ion,(aaorDa-n ftnn vietas v encuadernado con mucho r suato en il

acreditado; establecimiento de D, Juan Gnalei U4

1 eiemplarf'encuadernao a4 la hQndesa,,r 7,xe,ales.
1 id. ., id. en tela inglesa. 8 id.
"Lo hay tambin d eKcuadr nacin de lujo pre precios
cios precios convencionales segn clase y & propsito' para un

Puntos di, ventii.

i -'' lo;i '': ',r;u

Solicitad.

4 .
Se desean cnmnrap Ift t 12 netrrns lpdp 15

20 aos de edad. Sei pagan bien. -En esta
imprenta, impondrn; 1

' Capital. costa editor) 'calle -de. la -Fortaleza nm..-'23-Aguadill 'Toks guiAlrciBb'd&j
Manuel Aguilr. Cayeyi ,D. Francisco Gonzlez Guaya'ma,- D. Luis ;Bnafou8.umacaoy D. Frktiteisco
Mandri. Juana Dias, D. lPablo F. ,Zayas. Mayagez, Sres. Bethancourt i y compaai Ponce, Vi 'Alberto
Coronas. San Grman,; P Jos Antonio Sur-Yabucoa Jos BJ Aguayo. ( J J
.'i ' -'i

' En los mismos puntos se hallan d$ venta los almanaques en pliego y los pequeos dc titirit;)

IMP5HENTA DEL. GOBIERNO;.