Gazeta de Puerto-Rico

MISSING IMAGE

Material Information

Title:
Gazeta de Puerto-Rico
Alternate title:
Gaceta de Puerto-Rico
Physical Description:
Newspaper
Language:
Spanish
Publication Date:
Frequency:
daily (except sunday)[1823-]
daily
normalized irregular

Subjects

Genre:
newspaper   ( sobekcm )
newspaper   ( marcgt )

Notes

Dates or Sequential Designation:
Began in 1806?
General Note:
After the change of sovereignty in 1898, briefly published by the government of the United States.
Funding:
Funded by NEH in support of the National Digital Newspaper Project (NDNP), NEH Award Number: Project #00110855

Record Information

Source Institution:
University of Florida
Rights Management:
This item is presumed to be in the public domain. The University of Florida George A. Smathers Libraries respect the intellectual property rights of others and do not claim any copyright interest in this item.
Resource Identifier:
oclc - 829938788
lccn - 2013201074
issn - 2327-3143
ocn829938788
Classification:
lcc - ISSN RECORD
ddc - 070
System ID:
AA00023800:02148

Full Text
'3

f
. H
1'
u
: i
ti
ti
1
V
r
i

NUM. 71. JUEVES 14 PE JUNIO 1855. VOL. 24.

. .1 X ll I II. n ' -i ? . 5

Mfiiii miua pr i

- - ..... .

: ' ' ' - '- 4' I i

ESTE PERIODICO
PUBLICA TODOS LOS MARTES,
JEVES V SABADOS.

SE SUSCRIBE
EW LA IMPRENTA DEL GOBIERNO,
CALLE DE LA FORTALEZA W? 23.

M 1 l IB

I

M l

v m m. 1 m w 9 m m

II;

PARTE OFICIAL.

, : y SECRESTARIA
DELA SUPERINTENDENCIA DELEGADA DE REAL HACIENDA
de la isla de Puerto-Rico.
DOA ISABEL II, por la gracia de Dio, y la

w-.v.,uu.c ta luuiiHrqma espaola, Reina de las
Lspanas. A los Gobernadores Capitales Generales
de las provincial de Ultramar, Presidentes de sus
Keales Audiencias, Superintendentes generales le le-kgadosde
kgadosde le-kgadosde Hacienda; . los Regentes, Ministros y
fiscales de aquella.; los Ministro Contadores ma ma-yores
yores ma-yores y Fiscales de los .Tribunales de renlas, y
todas las personas quienes lo contenido .en esta Mi
Iveal Cdula toque o' tocar pueda, sabed': Que aten atendida
dida atendida a importancia de retfrganizar sobre unas mis mis-roas
roas mis-roas bases los Tribunales de cuentas de Ultramar,
cuyps procedimientos, no. obstante la identidad per perfecta
fecta perfecta de la naturaleza l

- fcviwuca, i'UCUCCII UC
tualmente en cada una de aqullas provincias ores-

"V fV 5avflw Vh.

-J Vhriy

4 1 1 1

t

bles en el ejercicio e sus.funciones.al tenor de lo que

.v. iiicto cu en unieniinza. .,
Tambin estarn sujetos la vigilancia inmediata
del respectivo Sunerintendinfft

uea iiicienda n los trminos que se esnresarn.

iii. o; uno (le los i ri inn u in ,..

d -44.0 sw wui iuir
ra de . 1

Un Presidente
Dos Ministros.
Un Fiscal! T
Un Secretario general.
Art. 4? Habr

"wn.iiiiciiins no
cotia lrihunal pura el deoacbo de I

pe le encomienden.
Contadoras.
Un Archivero.
Y, los Oficiales auxiliares, ugeres'y dems depen dependientes
dientes dependientes que determino I Reglamento.
.Art. 5o En el Reglamento se determinar el mo modo
do modo de suplir la falta.de los Ministros y del Fi3cal en
las vacantes, ausencias y enfermedades.
' rt 6? Losnombramientos de Presidentes y de
Ministros se harn. por Reales decretos Acordados en
Consejo de Ministros.
Con la msmn fnrmal!l4 .1 t A I l

...,,ullwau ucucra resolverse ia sus suspensin
pensin suspensin le dichos funcionarios, cuando tuviere lugar,

. i a t juj ci niiciiueuie ffenerai res-

. ----- -- i'iuYiiiuus a ores-1 i- i .,
... cripciones diversas y sisternas distintos,,, variVdad no
puaiendo proponerla el Superintendente gene

justincauu en la materia por diferencias administra- ec" 1 r,"u,naf rft uetii de a Metrpoli por

uvas, ni por razones especiales de localidad-ron t,r .J. n'gnaaa8 en espediente; prro en todo

. i'"- '""cuta uiiuiimsira-
tivas, ni or razones eanfr-itoB ria iim4j.-

. -- - Kkoiiuaui uuu jjre-

C,,UQ uo ,a! ""posiciones ue la Urdenanza del Tri Tribunal
bunal Tribunal de cuentas de la isla de Cuba de veintinueve

ue mayo ue mu ocnocientos cincuenta y uno, entre
(lia nulo, mt I I I .

Illctaa .- . J i

CaSO. la SllSOeriion ifpImriS i;....:.' I i t

i v"'" o, ft"" ia iui iiiaciua ei
espediente de separacin el levantamiento de aque-

.Para la separacin habr de preceder espediente

las cuales y las de la ley de veinticinco de Agosto del' i 8e'mrac,,m babra de preceder espediente
mismo-ao, organizando el Tribunal de cuentas del er?atlvo en el cual 8ern 'iba el interesado, el
Reino, existe entera confurm ;,..,. O;on,i ... 'penntendente general respectivo y el Tribunal de

. ...... riviiiju uins V ULlnM l i i k w
producto de principios que han recibido va la 8an;innCUe"la8d.e ,a Pf's'a-

de la experiencia; en visto de la influencia perniciosa 1 P rt,e,,,ca,eB de Secretarios so pro pro-que
que pro-que en la marcha y trabajos del Tribunal han ejerc- 7" "'""I t RRU'e9 decretS'
do las alteraciones posteriormente introducidas en la j V2" i Z8 Conlat)ore. las de Archiveros, las
expresada Ordenanza y que han dado luo-Hr oue U,lc,H,es al"rea y dems subalternos del Tri Tri-pida
pida Tri-pida el restablecimiento de la misma enVodas sus e 86 ''f060 Por Ueal ''l precedidos los in inpartes
partes inpartes el actual Superintendente de la isla de Cuba '"y58,."" el Gobierno estimo del Tribunal de cuen cuen-como
como cuen-como lo habian hecho tambin sus antecesores: atenV" r fen,nsu,a-
dida la conveniencia que los resultados hasta ahora' "an', rneren vacantes de estas plazas que
obtenidos en la propia isla demuestran, de adoptar Pr.yer ,os Tribunales de cuentas de Ultramar re re-comt
comt re-comt base de la reorganizacin uniforme de los Tri j' ,nforme al Gobierno, por conducto del
bunales de cuentas de Ultramar la espresada Orde- b.7ennlen,,en,e general respectivo, las solicitudes que
nanzade veintinueve de Mayo de mil ochocientos alhe le fntaren.
cincuenta v uno con HlrruriMa uarioninn. i
an. r i qra ser nombrado Presidente A M na.

e -" '""w uno iieiuien 0 i, .,
su mayor perfeccin: considerada por ltimo la ne-l r,e,,",er! haber 8erv,(, en P'a" equivalente

""' juo iiujr ejdsieii, o lie
va r, por lo menos dos aoa n cualquiera de las clases
OKrinantnfl

cesidad de establecer la dependencia y relaciones de
los Tribunales de cuentas de Ultramar con el supe superior
rior superior del Reino, y de lo que al afianzamiento de los

Mu quenas neies provincias con la Ma Madre
dre Madre patria, interesa asimilar en cuanto posible sea la
legislacin, entre las diferentes partes.de la Monar Monarqua,
qua, Monarqua, tuve bien espedir de acuerdo con Mi Consejo
de Ministros el siguiente Real decreto, aprobando la
Ordenanza de los espresados Tribunales de cuentas,
el cual fue refrendado por Don Claudio Antn Luzu Luzu-naga,
naga, Luzu-naga, Mi Ministro de Estado, encargado del Despa Despa-dio
dio Despa-dio de Ultramur.
TITULO PRIMERO.
DEL CARACTER T ORGANIZACION DE LOS TRIBUNALES.
Artculo 1? Los Trib

..,w n vurinuB IJC Ulim
mar ejercern, con arreglo la presente Ordenanza,

Uu..,..i puvauva para el examen, aprobacin y

'VU:W".""U,B "c ,BS cuenius de administracin, recau recaudacin
dacin recaudacin y distribucin de los fondos, rentas y pertenen pertenen-cas
cas pertenen-cas del Estado en las respectivas islas, asi como tam tambin
bin tambin de las relativas al manejo de fondos municipales
y de los administrados por cualesquiera dependencias
O establecimientos pblicos de las mismas.
Art. 2? Los Tribunales tendrn el carcter de
superiores territoriales, y sern considerados como de delegados
legados delegados del de cuentas.de la Metrpoli; del cual de dependern
pendern dependern para el efecto de ser vigilados y responsa-

si:uentes :

Subsecretarios de los Ministerios y Oficiales de

IU9 IIII3IIIUH.
Directores generales y Subdirectores.
Gobernadores de provincia o' funcionarios de ca categora
tegora categora equivalente en los ramos administrativos.
f Jefes de las dependencias generales de Ultramar
o funcionarios de la Ad lili niflf riirinn nvt A

i"n virn u CbUIIUIIilCa
do aquellos dominios con sueldo de tres mil pesos en
la isla de Cuba y dos mil en Puerto-Rico d Filipinas.
Art. 8? Para obtener nombramiento do 'iscal
se requiere ser letrado y haber servido en plaza eqi eqi-valente
valente eqi-valente en los Tribunales que hoy existen, llevar
por lo menos dos aos en cualquiera de las catego categoras
ras categoras sealadas en el artculo anterior o' en Inai.

ffuientes:

Ministros y Fiscales de los Tribunales superiores
de la Pennsula de jos dominios de Ultramar.
Jueces de trmino de la Real Hacienda de Ultramar.

Art. 9? Las vacantes de Contodor se proveern
en los Contadores de la clase inferior inmediata,,
lia tercera narte dn ln vanan ,1.

f 1 .4. .4 1111,4 wo uuu.aiiur ue
la ultima clase se nrnvpr n na r,: t- n:

. i' 4.. ivo uubioica auxiliares
CIAmnrA 4.44. . a f I 4

V IT uenien a 10 menos tres aos de servicio
en el Tribunal.

Las dos terceras partes restantes se proveern en

empleados activos 6 cennntAa nn.'L.i. :jL

lo menos seis aos en cualquiera d los ramos de ad-,
m.nistrac.on o' contabilidad del Estado, y con prefo-,
rencia en Ultramar.;
, LOS Archiveros tonJrin la :aL.1! ''jkl'riL

tadores de la ltima clase. M
Art. 10. Se sealan por dotacin: 1
' Ei CUBA.1 ,:

A Presidente, seis mil pesos.
A los Ministros, cinco mil.
Al Fiscal, cinco mil.
Al Secretario general, cuatro mil.

EN PUERTO-RICO Y FILIPINAS,
Al Presidente, cuatro mil pesos.' i
A los Ministros, tres mil. s
Al Fiscal, tres mil.
Al Secretario general, dos mil.
Art. 11.

l . i"aa ue uoniaao
res. Archiveros. Ofe5?. o.i;r..... .. .

. u.i,q,cb v uemas suoai
temos se determinar por el Reglamento.

TITULO SEGUNDO. V -J
DE LAS ATRIBUCIONES DE LOS TRIBUNALES.
: Art.. l2. e Compete loa Tribunales de euentM
de Ultramar, eomo iiirl,l.l ..;.v-. ..

i nmero. Requerir la presentacin de lodos a
ClientMS nilA f folin o.-.- 4 ...

forma y pocas prescritas por as leyes de ndias, Re Re-glamentos
glamentos Re-glamentos eanstrucciones all vigentes, compeliendo
a los morosos en nroipniorL. ,w.- i i-

establecen en esta Ordenanza.
Secundo. Exiimnnr (no i,ann. .." j. y

..y," T vwciho ouiiieiuiaa a su
calificacin, exigir do quien corresponda los documen-,
tos que esta requiera, poner los reparos que cada
cuenta ofrezca, oyendo las contentaciones de los inte inte-resados,
resados, inte-resados, y proveer el fallo que haya lugar, en la for forma
ma forma y por los trmites que esta Ordenanza establece.
1 ercero. Hacer efectivos los alcances que resul resulten
ten resulten de los fallos de calificacin de los cuentas por los
correspondientes medios de apremio,
v Cuarto. Vigilar en la forma que esta Ordenanza
establece sobre los jefes encargados de la cobranza
de ulcancea dn omi. loarla, ..--..i.: ...

w...r.v.ia ucutuuieriui ames ae las
cuentas, conociendo ademas de los recursos que, pre-
va la consignacin 6 el pago del desfalco, interpusie interpusieren
ren interpusieren los alcanzados contra las providencias de dichos
jefes acerca de los mismos alcances.
Quinto. Declarar la absolucin de responsabili responsabilidad
dad responsabilidad y cancelacin da na nl.tn-.nn.. n e ... i.

- --junuuu el, ioiui ua ios
que tengan fianzas prestadas para el manejo de ca ca-dales
dales ca-dales y fondos pblicos de que trata el articulo pri primero,
mero, primero, i 1
Sexto. Ejercer la autoridad disciplinaria que les
confiera el Reglamento.
Art. 13. Los Tribunales remitirn al de cuen cuentas
tas cuentas de la Pennsula tndn I na .r. :

neral do las cuentas de todas las dependencias de las
respectivas islas por lo relativo al ao anterior. A es esta
ta esta redaccin acompaarn como comprobantes:
Primero. El duplicado autntico y literal de to todas
das todas las cuentas particulares que se hubiesen presen-,
tado, con las censuras, reparos, contestaciones, fallos
y liquidaciones quo hubiesen dado lugar, v con uo
inventario detallado de los documentos justificativos
de cada cuenta'espresando en l la naturaleza de ca cada
da cada documento, su fecha y la cantidad que comprueba.
jQfl...n.t IT- .!? i t

wvguHuu. una ceruucBcion oo no auer mas cuen cuentas
tas cuentas que las presentadas y remitidas; y si alguna hu hubiese
biese hubiese deiado da nrppnf amo ti;mn:.

te do diligencias practicadas para conseguirlo, y ra-'
zon do su estado.
Tercero. Certificaciones de fas cuentas que ha-
van AaAt lima m A C rrt.

jM ubuw iugai a luriuBcion ae causas ame ios ati ati-bunales
bunales ati-bunales competentes por delitos de falsificacin, mal malversacin
versacin malversacin y otros comunes, cometidos por los emplea empleados
dos empleados en el manejo de los foodoa pblicos, con espresioa
del estado en que se bailen los procesos.

t



Cuarto! Testimonio del estado de los espedientes
sobre cobranzas de alcance?, con especificacin de los
que se hallen pendientes del fallo de los Tribunales

por razn de tercenas u otras cuestiones de derecho

civil.

Art. 14. Remitirn ademas todos los aos un

resumen general con referencia las cuentas ex a mi

nadas del producto de todas las rentas pblicas, con
distincin de ramo de lo ingresado por rnzon de

atrasos, y otro igual de la distribucin duda los pro
durtos, haciendo sobre todo las observaciones y pro propuestas
puestas propuestas que les parezcan conducentes mejorar la

administracin, distribucin y contabilidad de fondos

pblicos; conseguir la fiel observancia de los presu
puestos y leyes de Indias sobre inversin de los cau

dales, y remover los obstculos que se opusieren al

uso espedito de sus atribuciones. 1

Del resumen informe que segn este artculo ha
de remitirse al Tribunal de cuentas de la Pennsula,

se comunicar ta mbien anualmente un duplicado al
Gobierno supremo por conducto del Superintendente

general respectivo.

Art. 15. Cuando los Tribunales de cuentas de

Ultramar observen retraso en la rendicin de las que
debed presentrseles, requerirn y compelern direc directamente
tamente directamente y de oficio los funcionarios obligados ren rendir
dir rendir cuentas, invocando el auxilio del Superintendente
de los otros jefes inmediatos del responsable; y en
'caso de ser este auxilio, ineficaz, procedern com compeler
peler compeler los morosos en uso de su jurisdiccin' supe superior.
rior. superior. Art. 16. Los medios de apremio que podrn
emplear gradualmente los Tribunales son:
Primero. El requerimiento conminatorio
Segundo. La imposicin de multas.
Tercero. La suspensin de empleo y sueldo quo
np esceda de dos meses.
Cuarto. La formacin de oficio de la cuenta re retrasada
trasada retrasada cargo y riesgo del apremiado.
Quinto. La propuesta al Gobierno de la destitucin
del mismo por conducto del Superintendente-respectivo.
Art. 17. La jurisdiccin de los Tribunales. en el
exmen y juicio de las cuentas alcanza todos los que
por ellas resulten responsables como recaudadores,
liquidadores,' ordenadores, interventores y pagadores,
por cualquiera otra gestin en el manejo de los fon fondos
dos fondos pblicos: pero se entender limitada con relacin
los actos de los Superintendentes generales.

Cuando contra estos jefes,, en su calidad de orde ordenadores,
nadores, ordenadores, resultare en e exmen de a cuenta algn
cargo legtimo por estralimitacion de sus facultades
ordinarias y estraordinarias, el Tribunal de cuentas
respectivo sacar un tanto del cargo'; y certificado en
forma le remitir al Tribunal de cuentas de la Penn Pennsula,"
sula," Pennsula," noticindolo y pasando copia de l al jefe respon responsable.
sable. responsable. '.
'4 El Tribunal de cuentas de la Metrpoli, onte quien
han de ser justiciables I09 Superintendentes de Ultra:
mar, 'oir sus descargos y fallar en la forma ordina ordinaria
ria ordinaria acerca de su responsabilidad, dando cuenta al Go Gobierno
bierno Gobierno de lo que acordare.
' Sin perjuicio de esta limitacin los Tribunales de
cuentas de' Ultramar manifestarn libremente su opi opinin
nin opinin acerba de la inversin dada los caudales pbli pblicos
cos pblicos en el informe anual de que trata el artculo ca catorce.'
torce.' catorce.' ' 5 : ' 1
"y Ert todo caso estarn exentos de responsabilidad
los que1 hubieren ordenado y ejecutado un pago con
autorizacin previa y aprobacin posterior del Gobier Gobierno
no Gobierno supremo.
' Art. -18 Los cargos de Presidente y Ministros
de los Tribunales de cuentas sern incompatibles con
el ejercicio de cualquier otro empleo, comisin d en encargo
cargo encargo en alguno de los ramos de Gobernacin, Admi Administracin
nistracin Administracin y Contabilidad del territorio donde funcio funcionen,'
nen,' funcionen,' desando por 'consiguiente para lo sucesivo las
funciones que por la legislacin de Ultramar se les
encorindan fuera del Tribunal.
Art. 19. Los Tribunales sin embargo evacuarn
loa informes que se les pidan por el Gobierno supre supremo
mo supremo por los Superintendentes sobre asuntos genera genera-les
les genera-les de 'Administracin y Contabilidad; pero no podrn
pedrseles informes especiales sobre casos determina
dos que tengan relacin con los actos que. hayan de
str examinados directa d indirectamente en el juicio
de'ldstiihtas.' 1
"'''aW'20.'"' 1 conocimiento de los delitos de falsi falsi-ficacinri
ficacinri falsi-ficacinri 6' d malversacin y ci cualesquiera otros
qUe'ueda'n i ofne'terse por los empleados en el mane manejo
jo manejo d los 'fondbs pblicos, corresponde los Tribuna Tribunales
les Tribunales que sean competentes, con arreglo la legislacin
especial de lJtrafnr.: ;
1 vundojlo' de'cuentas hajlaren en l exmen de
ellas indicios de 'aquellos delitos,, remhirri. el tanto de
culpa que aparezca dichos Tribunales or medio
del Superintendente general resnectfvasin, perjuicio
de reservarse el prcediiiilento que corresponda para
reintegro do os descubiertos.

Art. jU Los espediente? sobre, ob.r.aqzas. de al-,

jncey (lescuoierios.sejon ae ja, competencia, priva privativa
tiva privativa de los T r ijb ulu e ,'d c u e nt o s y t e s cg uj ( n po r

ellos por sus delegados por la via gubernativa de
apremio; pero si en ellos se suscitaren terceras de
dominio de prelacion de crditos, se ventilarn es estas
tas estas ante los Tribunales de justicia quienes corres corresponda.
ponda. corresponda.
Tambin tocar estos el conocimiento de las
contiendas sobre legitimidad de las escrituras de fian fianza,
za, fianza, sobre la calidad de heredero de los responsables,
y en generol sobre todas las cuestiones que exijan la
declaracin de un derecho civil, y que puedan susci suscitarse
tarse suscitarse en los expedientes de alcances de cuentas.
Mintra8 se ventilan las terceras de dominio, d
las cuestiones de derecho civil que sean necesariamen necesariamente
te necesariamente perjudiciales, los Tribunales de cuentas suspende suspendern
rn suspendern su procedimiento en solo lo relativo los bienes
derechos controvertidos.
Por las terceras sobre prelacion de crditos no se
suspender el apremio; pero se conservar en depo'si depo'si-to
to depo'si-to el producto en venta de los bienes disputados para
su adjudicacin al acreedor quesea declarado de me

jor derecho.
TITULO TERCERO.
de las atribuciones peculiares del presidente,
del Fiscal t del Secretario.
Art. 22. El Presidente, como gefe del Tribunal,
tendr su cargo el gobierno interior del mismo en
la forma que determina el Reglamento.
Art. 23. Sern funciones peculiares del Minis

terio fiscal:

Primera. Vigilar sobre la presentacin de cuentas

a! Tribunal, revisando el estado anual de los obliga obligados
dos obligados rendirlas que forme la Secretara, dundo dict dict-men
men dict-men sobre l antes deque se apruebe por el Tribunal,

y promoviendo los apremios correspondientes contra

los morosos en presentarlas en las pocas prescritas
por las Instrucciones de contabilidad.

Segunda. Consignar por escrito su censura en las

uentas que al efecto disponga pasarle el Tribunal, y
tambin en las que l solicite examinar antes de dic dictado
tado dictado fallo definitivo sobre ellas. Para este ltimo ob

jeto bastar que requiera por Oficio al Ministro que

haga de Juez ponente en el exmen de la cuenta.

Tercera. Sel4 odo en los cbsos de alzamiento o

cancelacin de fianzas, y en los que sobre declaracin
de responsabilidad directa tS subsidiaria ofrezcan los

espedientes de alcances y desfalcos.

Cuarta. Promover la gestin criminal correspon correspondiente
diente correspondiente cuando aparezcan en las cuentas espedientes
indicios de malversacin, falsificacin otro delito, pi

diendo que ,se pase al Tribunal competente el tanto

ue culpa.
Quinta. Representar la Hacienda pblica en
todas las instnncias.de apelacin y revisin de que co conozca
nozca conozca el Tribunal.
Sexta. Promover la observancia de los Reglamen Reglamentos
tos Reglamentos del Tribunal y sostener su jurisdiccin adminis administrativa.
trativa. administrativa. Stima. Asistir y ser oido siempre que se rena
el Acuerdo del Tribunal, y consignar por escrito su
opinin, asi sobre la redaccin general de Ihs cuentas
anuales que ha de remitirse al Tribunal d la Penn-sula,-
romo sobre el informe y el resumen de que trata
el artculo catorce.
Octava. Evacuar los informes que se le pidan por
el Gobierno supremo o por el Superintendente general,
arreglarse las instrucciones que por ambos puedan
comunicrsele, y dirigirles las consultas que crea ron ron-venientes
venientes ron-venientes en todo lo relativo al ejercicio de su minis ministerio.
terio. ministerio. 4
Art. 24.- El Secretarlo general tendr su cargo:
La redaccin de las actas y resoluciones del Acuer Acuerdo
do Acuerdo del Tribunal.
La comunicacin de las providencias que se adop adopten
ten adopten por el Presidente 6egujn sus atribuciones.
La redaccin del estado general que anualmente
se formar de las cuentas que deban presentarle til
Tribunal.
El rejistro de su presentacin, curso y fenecimiento.
La correspondencia con las Autoridades y Ofici Oficinas
nas Oficinas pblicas.
La formacin de estados y noticia anti l de los
trabajos (el Tribunal.
Y las dems funciones que el Reglamento le atri atribuya.
buya. atribuya.
Art. 25. Tendr tambin su cargo el Secreta Secretario
rio Secretario general la custodia de los fallos que dicte la Sala,
y expedir certificaciones de ellos, de ofirio peti peticin
cin peticin de los interesados, y con autorizacin del Presi Presidente.
dente. Presidente. Para este objeto la minuta autorizada de todu fa
lio definitivo se unir la cuenta espediente 6 que
se refiera; y el original d primera copia, firmada con
la solemnidad correspondiente, se pasar la Secre Secretara
tara Secretara general, donde se conservar bajo de registro.
TITULO CUARTO.
del examen t juicio de las cuentas.
Art. 26. Los Tribunales de cuentas.de Ultra Ultramar
mar Ultramar despacharn constituidos en Lcuerdo y Sala con contenciosa.
tenciosa. contenciosa. Art. 27. El Acuerdo del Tribunal ejercer las

funciones contenidas en los prrafos primero y sexto
del artculo doce, y en los artculos trece y catorce de
esta Ordenanza: constituido en Sala contenciosa, de desempear
sempear desempear las expresadas en los prrafos segundo,
tercero, cuarto y quinto del referido artculo doce.
Art. 28. Pura que el Acuerdo del Tribunal pue pueda
da pueda llevar cabo lo prescrito en los artculos trece y
catorce, la Sala contenciosa remitir a Secretara, en
Ihs pocas que determine el Reglamento, el duplica duplicado
do duplicado autntico y literal de todas la cuentas sometidas
su exmen, con inclusin de lo actuado en ellas y
del inventario de documentos justificativos.
Art. 29. La Sala contenciosa se compondr del
Presidente y los dos Ministros del Tribunal.
Har de Secretario en ella el empleado del Tri Tribunal
bunal Tribunal que determine el Reglamento.
Art. 30. Las decisiones de la Sala contenciosa
se adoptarn por mayora de votos.
Art. 31. Para el exmen de las cuentas y prepa-,
rncion del juicio ante la Sala se distribuirn los Con Contadores
tadores Contadores y dems subalternos del Tribunal en' seccio secciones,
nes, secciones, cada una de l is cuales estar cargo de uno de
los Ministros, incluso el Presidente.
Las necciones se dividirn en mesas cargo de un.
Contador, con uno d mas auxiliares sus ordenes.
Art. 32. Las cuentas que hayan de presentarse
al Tribunal se dirigirn la Secretara; y el Presi Presidente,
dente, Presidente, despus de registradas, las pasar las seccio secciones
nes secciones respectivas. s
El Ministro de cada seccin encargar su exmen exmen-al
al exmen-al Contador quien corresponda, ayudado de uno d
mas auxiliares.
Art. 33. El orden de la distribucin de los traba

jos se fijar al principio de cada ao por el Tribunal

constituido en Acuerdo, quien procurara que por el se
evite en lo posible que un mismo Contador examine
en aos consecutivos las cuentas de un mismo respon responsable.
sable. responsable.
El examen de las cuentas se har precisamente
en el local destinado al efecto por el Tribujial, sin que

en ningn caso puedan estraerse de l.

Art. 34. El Contador epcargado del exmen de
una cuenta reconocer y comprobar todas sus parti

das con los documentos que las justifiquen, y estar estar-obligado
obligado estar-obligado estender al pie de ella su censura, la, cual

habr de recaer principalmente sobre los puntos si

guientes :

Primero. Si la cuenta est formada con sugecion

los modelos instrucciones del ramo que pertene pertenece,
ce, pertenece, y si sus partidas aparecen justificadas con el resul

tado de la cuenta anterior y con los documentos cor-

responmenies. ,
Segundo., S los documentos justificativos' son au autnticos
tnticos autnticos y legtimos, hallndose conformes con las le leyes,
yes, leyes, Reglamentos rdenes que deban ajustarse.
. Tercero. Si contiene la cuenta alguna Omisin en
las paitidas de cargo.
Cuarto. Si la aplicacin que resulte haberse dado
los fondos que se refiere est conforme los art artculos
culos artculos del presupuesto reglas establecidas sobre los
pagos; y si en caso contrario se halla autorizado por
disposicin especial del Gobierno supremo del Su Superintendente
perintendente Superintendente general respectivo.
Quinto. Si las liquidaciones y dems operaciones
aritmticas de la cuenta estn hechas con exactitud.
Con referencia estos puntos concluir en su cen censura
sura censura el Contador, yn sea opinando por la aprobacin
de la cuenta, si la h illa ro arreglada, d ya formulando
los rr pr que deben ponerse ella.
Si hubiere hallado defectos sustanciales en lafor lafor-ma
ma lafor-ma de la cuenta, propondr ante todas cosus que se
mande reformar.
Art. 35. Censurada asi la cuenta, se pasar a
Ministro de la seccin para el acuerdo correspondien correspondiente.
te. correspondiente. Esto Ministro consignar continuacin su ncuern
do, ya sea conformndose, ron la censura del Conta Contador,
dor, Contador, ya -mandndola rectificar, segn proceda; y pa
ra que este acto se ejecute con suficiente conocimien conocimiento
to conocimiento de causa, estar el Ministro obligado comprobar,
por si algunos artculos de la cuenta con los documen documentos
tos documentos de su justificacin, y examinar con especial cui cuidado
dado cuidado los puntos sobre que versen las observaciones
del Contador.
T'iiubien deber disponer, cuando menos una vez
al mes, quo se ejecute en,su presencia la comproba comprobacin
cin comprobacin 6 nuevo examen de una cuenta que l designa
por distintos empleados que los que hubieran hecho
el primero.
Art. 3G. Segn lo acontado por el Ministro do
la eccion, se formarn con drden y claridad Jos plie pliegos
gos pliegos de reparos, debiendo estenderse por reparado unq
por rada uno de los responsables quien se refiera.
Citando la formalixacion de loa ropa roa ofrezca
dudas grave inters juicio del Ministro de la sec seccin,
cin, seccin, se dar cuenta de ellos la Sula contenciosa pa para
ra para qu los autorice 6 acuerde lo mas oportuno.
Art. 37. En ningn caso podr disponerse' quo
se devuelva original una cuenta presentada ya al Tri Tribunal,
bunal, Tribunal, cualesquiera que sean sus defectos.
Cuando se acordase su reforma, esta se har con)
referencia los documentos que acompaaron la
cuenta defectuosa.

I

r



Art. 33. Formalizados lo nllP rrn a rl a va na pao

so emplazar los obligados contestarlos, sealn sealndose
dose sealndose trmino para la contestacin. Este trmino podr

prorogarse; pero en ningn caso esceder de dos me meses,
ses, meses, que se fijan como improrogables, y empezaru
contarse' desde el emplazamiento.
Art. 39. El emplazamiento se hnr por la Se Secretara
cretara Secretara del Tribunal los responsables que hayan
comparecido ante l, d por medio do sus jefes respec respectivos
tivos respectivos los ausentes; y consistir en la entrega perso personal
nal personal de una copia autorizada del pliego de" reparos,
exigiendo recibo, que se unir al espediente de la
cuenta.
Cuando se ignorase el domicilio del interesado, d no
fuese hallado en l, se verificar el emplazamiento por
medio de un anuncio pblico o' de cdula, en la forma
que se prevenga en el Reglamento.
Art. 40. Los interesados en lacuenta que se exa examine,
mine, examine, y quienes los reparos se dirijan, podrn com comparecer
parecer comparecer por s o' por medio le apoderado en el Tri Tribunal,
bunal, Tribunal, y contestar por escrito los reparos, pudiendo
acompaar documentos su contestacin y solicitar
del Ministro de la seccin que se pidan de oficio los

que contribuyan su descargo v deban obrar en las

oficinas publicas.
Si no comparecieren en el Tribunal, podrn hi hi-cer
cer hi-cer por escrito las mismas gestiones, por s o' por me medio
dio medio de apoderado, desdo el punto en que residan den dentro
tro dentro de las islas respectivas; pero en todo caso el tras trascurso
curso trascurso del trmino prefijado para la contestacin los
reparos les causar el perjuicio que huya lugar.
Art. 41. Respecto de los reparos coya docu documentacin
mentacin documentacin leba existir en las oficinas, pblicas, se di dirigirn
rigirn dirigirn de oficio estas los diegos desde luego para
que contesten, sin esperar gestin de parte de los
responsables. Si las oficinas fuesen morosas en el
cumplimiento, de este deberle! Ministro de la seccin
las requerir con sealamiento de nuevo trmino,
trascurrido el. cual sin xito, dar cuenta la Sala
contenciosa, y.esta podr apremiar los jefes de las
oficinas con suspensin de empleo o' sueldo.
Las mismas, oficinas estarn tambin obligadas
bajo su responsabilidad facilitar sid demora los
interesados en las cuentas certificacin formal de
cuantas noticias documentos relativos ellas obren
en su poder y les sean reclamados por aquellos.
, Art. 42. Recibida la contestacin trascurrido
el trmino sin que el interesado contestare, el Minis

tro de Ja seccin dispondr que el Contador entienda
su censura de calificacin de los reparos: confirmada
o' rectificada esta por dicho Ministro, se dirigir .co .copia
pia .copia de ella al mismo interesado en la forma 'prevenid
en los artculos treinta y ocho y treinta y nueve, con
sealamiento de trmino, que no podr esceder )e
treinta dias, para que haga las observaciones que' es estime
time estime oportunas, podiendo acompaar tambin nuevos
documentos, verificado lo cual, trascurrido aquel
trmino, se declarar cerrada la discusin, y se (tasa (tasar
r (tasar la cuenta la Sala contenciosa para su decisin.
Si el Fiscal no hubiere ya intervenido en ella por
gestin propia, la Sala deliberar ante todas cosas si
conviene oir sobre la cuenta su dictamen.
At. 43. Evacuado que sea el dictamen fiscal,
d habindose omitido este trmite, proceder la Sala
la vista y calificacin de la cuenta.
En este acto har de Juez ponente el Ministro de
la seccin donde la cuenta ge haya examinado, y de
Secretario el empleado que determine el Reglamento.
La Sala podr pedir explicaciones verbales al Con Contador
tador Contador respectivo si lo estima conveniente.
Tambin podr acordar diligencias previas, d
exigir documentos y noticias para mayor esclareci esclarecimiento
miento esclarecimiento antes de proceder al fallo.
Art. 44. La decisin, que deber ser motivada,
sn dictar n HPtmwln v pnnaifihra Lian ai o tirJ.An

'definitivamente la cuenta en su totalidad, declarando
libres de responsabilidad al que la rindid y demuft in interesados
teresados interesados en ella, d bien en determinar las partidas
ilegtimas d no comprobadas, mandando rectificar la
liquidacin d examen de la misma y proceder para, la
cobranza de los descubiertos, y inultos en su cano,
contra el que so designe como responsable. En este
ltimo caso, y sin perjuicio de absolver desde luego
al que present la cuenta, si la Sala no halla incon inconveniente,
veniente, inconveniente, cuando la responsabilidad resulte contra
otros funcionarios, quedar en suspenso la aprobacin
de aquella hasta despus de verificado el reintegro (Jo
los descubiertos y pago de las multas, si las hubiere;
y resiiecto la imposicin de estas, ruando ndnlez.

can las cuentas de defectos de descuido, omisin
otros que no procedan de verdadero delito, se obser observar
var observar :
Primero. Si el defecto consiste en que no se han
estendido en papel del sello que les corresponda, se
unirn a ellas los pliegos necesarios para el reintegro
costa del que las presenta, y so exigir ademas por
via de multa del otro tanto al duplo de su Valor.
Segundo. Si dimana do no hallarse estendidas en
la forma prevenida .d que so previniere, d de no ha haberse
berse haberse observado las formalidades d solemnidades que
disponen d dispusieren lus leyes instrucciones, se
subsanarn los defectos costa d quien loa cometi,

exigindole ademas una multa que no seeder de

cincuenta pesos.
Tercero. Si procede de haber" omitido el cuenta-
t

fiante hacerse cargo de cantidades que haya recib
do, d datarse de las que no haya satiferfio, se le im
pondr la multa del otro tanto al duplo de su imunr

te, y se subsanar el defecto en los trminos preveni

dos por el prrafo anterior.

Cuarto. No se reputarn como defectos parala

aplicacin del prrafo precedente las une conocida

mente sean meras equivocaciones de suma d nlum.

en que por consecuencia no hubiere intervenido rnn-

i

neta.

ari. to. l,b decisin se notificara a as nart

en la forma prescrita or el artculo treinta v ntwv

y se publicar en el peridico oficial del Gobierno de

tas islas respectivas siempre que contenga declara
cion de descubiertos. En este caso podr el inters

do reclamar su tiempo que tambin se publique la

aprooagon oennitiva de la cuenta, cuando tenga lu
gur, por haberse verificado el reintegro.

Art. 40. Contra toda decisin ejecutoriada nn.

ora intentarse recurso de aclaracin ante la Sala que

la dicto, siempre que fuere ambigua u oscura en sua

clusulas. Este recurso deber interponerse dentro de

anca das, cuan. lo el interesado hubiere 'comparecido
ante el Tribunal por s d por apoderado, y en otro ca caso
so caso en el de treinta 'u9.
' Art. 47 Tambin se dar recurso de revisin
ante la misma Sala contra las decisiones ejecutorias

en ros casos siguientes:

Primero. Cuando despus de haber recado dp-

sion ejecutoria sobre una cuenta hubiere el intprooa.tr

obtenido documentos nuevos que justifiquen lasparti-

ias uesernaoas. ..
Segundo. Cuando por el examen de otras mentas

se descubran, en la que fue objeto de una decisin

ejecutoria, errores trascendentales, omisiones de car cargo
go cargo d dobles dutas y falsas aplicaciones de los fondos

pblicos. Lste recurso se promover resreetipnrntnt

por los interesados en la cuenta d por el Fiscal, en

virtud de denuncia que estarn obligados iniciar los

Contadores. : '

Art. 48. Para la actuacin de los recursos d

que hablan los dos artculos precedentes, en lo qu no

esta previsto por esta Urdenanza, se observar lo pre prevenido
venido prevenido respecto de los mismos recursos en el Regla

mento de treinta de Diciembre de mil ochociento

cuarenta y seis, sobre' el modo de hroced er pI pHtin.

guido Consejo Real en los negocios contenciosos de

ia Aaministfaci.on.. t
Art 49.., Ademnstde dicho recargos o podr ln;
terpoqer'el de nulidad cuando en la .decisin ejecuto ejecutoriada
riada ejecutoriada hubiese infraccin manifiesta de disposiciones
legales, d cuando en la tramitacin del juicio se hu hubiesen
biesen hubiesen violado lus formas sustanciales de lu actuacin
establecida por esta Ordenanza.
Art. 50. Este recurso deber interponerse en la
Sala que dicto la resolucin en el trmino de diez dios

cuando las partes hubiesen comparecido ante el Tri

bunal, y de treinta das en caso contrario, acreditando

haber depositado quinientos duros metlicos en lu Ca

ja de depsitos de la isla respectiva d en cualquiera

otro establecimiento autorizado al intento,' sin. cuyo
requisito no tendr efecto el recurso. El Fiscal no es

tara obligado a constituir el deposito.

Art. 51. La Sula mandar remitir inmediata

mente el espediente con la cuenta respectiva al alto

Cuerpo encargado de las, funciones del estin?uido

Consejo Real fin de que conozca de dicho recurso,
consultando al Rey,por la via contenciosa la decisin
que corresponda, y cuidar al propio tiempo 'de dar
conocimiento las partes del dia en que esta remisin
se verifique. (

Art. 52. Parn la sustanciacion de este recurso

observar dicho alto Cuerpo lo prevenido en su Regla

mento para el de revisin de sus providencias.

Art. b. bi el Rey decanse la nulidad del fallo

oe un irinunat oe cuentas de Ultramar por haberse

violado las formas sustanciales de la actuacin, lu

cuenta objeto del fallo ser de nuevo examinada y juz
gada por el Tribunal de cuentas de la Pennsula, sub

sanndose ante todo los vicios del anterior procedi procedimiento.

Pero si la anulacin procediese de hahprna come-

l i
tido en el fallo infraccin manifiesta de disposiciones

legales, ser juzgada la cuenta por el referido alto
Cuerpo, asistiendo nicamente los Vocales de nmero

u ordinarios.

Siempre que se declare no haber lucrar al recurso

de casacin, se condenar al recurrente en los gastos
causados por dicho recurso, y en la prdida ,'de la" can cantidad
tidad cantidad depositada con aplicacin al Erario pblico.
Art. 54. En todo caso sern ejecutorias las deci decisiones
siones decisiones de los Tribunales de cuentas de Ultramar, sin
que los recursos de revisin d de nulidad suspendan
su cumplimiento.
Art. 55. Cuando el fallo so haya ejecutoriado y
sea absolutorio, la cuenta se archivar con las actua actuaciones
ciones actuaciones y la minuta original que deben correr unidas;
y la copia firmada del mismo se conservar en Secre Secretara
tara Secretara para expedir (a certificcacion que ha de causar

8IV0.

Art. 50. Siempre que elfallo flea'ebnrfenaiorid
la cuenta permanerer enda SaJa contennos'para la'
ejecucin le lo fallado, debieqdo en seguida ptoedet
se la cobranza de los descubiertos.
Realizados que sean estos en su totalidad, la Saa
aprobar definitivamente, la cuentan la forma ofV
naria. ,. :
Art. 57. Ningn funcionario del Tribunal pollr'
intervenir en el examen y juicio de una cuenta cuan cuando
do cuando concurran en l alguna d algunas d las fcunstn fcunstn-cias
cias fcunstn-cias que segn el derecho comn d administrativo
induzcan parcialidad en fuvor d en contra de ios res
ponsables, i
Asi estos como la parte fiscal en su caso respecta
vo podrn pedir la nulidad de lo actuado untes de eje'
cutoriado el fallo de la cuenta, siempre mm I,...'

contravenido esta prohibicin, sin perjuicio de la

responsabilidad nei lunclonario contraventor.
Art. 58. Los Superintendentes pnprlpo rl ll J

rienda comunicarn los Tribunal a un traslado do.
lodos los nombramientos, traslaciones d

de los empleados en el man io de fondo mblima U.

ra que los mismos Tribunales en el piproioin d --,

funciones puedan tener conocimiento fcil del parade paradero
ro paradero y de la situucion de los responsables de las cuentas.

isonciuira.j

OIDEN DKLA ILAZA
SEKVICIO PA1A EL 14 DE JUNIO DE 1855.

.5 1
; '

Gefe de da. El Tenir-nio fArnnel Tinn

JV ww.w.w.
uan lzasuirre.

Cuernos de servicio.- la VnlInrlM

Artillera, Cdiz y Madrid.

Hospital, rondas contra-ronda.Mn

drid. De rden del Excmo. Sr. Gobernador'

y Capitn General. El Brigadier Teniente ;
de Rey. Boscit. ;

ESTUDIO
SOBRE EL TEATRO DE PLAUTO Y, DE, TERENCIO.
' Artculo 'primero. '

i
t t
" t

;',:;:;;': introvticcion:
OKADA SOBRE LA LITERATURA LATINA KS QtnttLkt. f
(Continuacin".) f
La ndole de estos artculos tr su obieto bien merp.

cen que se hara anu tina pausa nara examinar nn

i . 7 1 ?
cosa fueron estos nrimeroa nnanvna Ia U nuaa

T - y w iiiumi mi,- j
mtica de los romanos, si es que el nombre de drama,
tica no envuelve en este caso una verdadera profana-
cion. Afortunadamente Horacio y Tito Livio no.nof
consentirn vagar, mucho tiempo por el campo de laa,
conjeturas, ya se trate de indagar el origen, ya se les,
exija la crtica de aquellas composiciones que no han.,
llegado hasta nosotros, ya se intente escudriar lain
fluencia que pudieron tener sobre el origen del teatro
latino. , ;
Los antiguos labradores, fuertes y dichosos poca
costa, concluida la recoleccin de los frutos y llegada
el tiempo de las fiestas, solazaban su cuerpo y su ei-,
pritu sostenidos hasta entonces en las rudas faenas,
con la esperanza de su prximo fin, en unin con sus
compaeros de trabajo, con sus hijos y con sus fieles
esposas, ofreciendo una puerca la Tierra lecha
Silvano y flores y vino al genio quo preside y cuenta
los instantes de la vida fugaz. Esta costumbre did lu lugar
gar lugar la invencin de la licencia fescennind que en al-,
temados versos prodigo rsticos epigramas y que ar-,
raigndose su libertad con el tiempo, consttuyd una
diversin inocente; pero adquiriendo despus cierta
crueldad, se convirti en furor manifiesto, que pene,
trd impune y amenazador en el asilo de la virtud do domstica.
mstica. domstica. Dolironse los lastimados con. la stira san-,
grienta y alarmronse con el comn peligro los mis-,
mos que hasta entdnces fueron respetados lo cual did.
lugar que se publicase una ley, imponiendo severas,
penas cuantos osasen ofender otros con canciones,
injuriosas, y que, por el temor del azote, bajasen de
tono los autores, limitndose escribir bien para, de i
Ieitar , .
Veteremodum formidine fustit
Ad beyedicendum dcleclandumquc redact.
El jurisconsulto Godofredo se fundd en estos versos
para suponer que l pena do azotes fu la impuesta
por la ley de las XII Tablas, los que Incurran en
el hecho de que habla Horacio, y si bien los crticos
modernos Haubold Dirksen y Zcl! han expurgado las
investigaciones de aquel autor de algunas especies un
tanto-aventuradas con oue habia ido restaurando el

trabajo legislativo de los decenviros, para presentr-
nn!fl en SU nretendidn' mtrrn anlittif nwmnAn A faa A'm-

t



posiciones perdidai los pasajes de los actores eo que
L-ii : j .

e uanaa mencionaos; y. si con este motivo en logar
del "fuste fer" qoe era la sancin penal de la ley,
segn Godofredo a poja do en el texto de Horacio, se
han limitado citar el pasaje de Cicern qn que se
lee: Nostro contra XII tabula quum perpaucas res
capte sanxissent, in his hanc quoque sanciendam pula pula-verunC
verunC pula-verunC es lo cierto que muy grases debieron de ser
a a

los estragos que con el pretexto de aquellas tiestas
.a m m

campestres oioese la maledicencia, cuando bobo ne-
4Atri n A rl a afolas a 1 mnl n re r m e aspa sT.mm Ia

vcoiuuv uw vi mai pcuao IJUG Via 1UC9CU la
. i t

ue azotes o la ue muerte eran en cualquier caso bar
to severas.

filontesquea atribuye esta dureza al conato de los
deeenvros de echar abajo las instituciones libres por
! r

que e regia a ta Bazon uoma, lemienao al mismo
. tiempo, como era lgico, que advertido el pueblo con
ll : 1 I I e

iu9 caernos ue ios poetas volviese a recoorar su anu anu-gou
gou anu-gou espritu de libertad. Todo pudo ser, que acaso
c : j t i i i

us cDuius icsccuuiuos, saiuranuose oei espritu ue la
poca, abandonaran los campos y penetraran en la
ciudad, para censurar agriamente, no ja las costum-

ores pnvaaas ae ia munitua y ios vicios y defectos
- a m t w

oei rustico laoriego ae uscuium o de L,aurenum, si

no los de los personajes polticos, los de los suscepti susceptibles
bles susceptibles patricios y graves senadores que tenian en sus

manos la suene ae la repuouca y en cuja humilla humillacin
cin humillacin se goz siempre el pueblo de los gracos.
El origen del nombre de fescenninas que se dio
estas poesas tomadas de los Etruscos y de los Fa lis lis-eos,
eos, lis-eos, se deriva segn unos de Fescennia, ciudad de la
Campania, boy cita castellana, y segn otros de Far Far-nus,
nus, Far-nus, dios de los sortilegios, que tales cantos tenan
la virtud de conjurar.
Los versos fescenninos no tenian mas medida que
el canto, esto es, eran versos rtmicos, mas no mtri mtricos;
cos; mtricos; pero su verdadera forma es boy enteramente
desconocida, no habiendo llegado hasta nosotros nin ningn
gn ningn monumento que nos ilustre sobre esta materia.
Contra esta opinin del gramtico Servio, creen otros
que los cantos fesceoninos estuviesen escritos en versos
saturnios los cuales constaban de dos partes, la una
ymbica compuesta de tres yambos y una slaba lar larga,
ga, larga, y la otra de tres troqueos. Los versos saturnios
eran as llamados por razn del metro y por razn de
la extrema libertad que este gnero ofreca los poe poetas.
tas. poetas. A esta opinin parece dar algn peso los siguien siguientes
tes siguientes versos de iloracio :
tic horridus Ule

Defiuxit numerus Salurninius, ct grate virus
Mundilia. pepulere. Sed in longum lamen atum
, 31anseruni hodieque mane ni retfgra ruris. ruris.-Aunque
Aunque ruris.-Aunque se ignora en que se diferenciaran en todo
caso los versos fescenninos de los saturnios que juntos
constituan la sazn toda la poesa de la Italia, pa parece
rece parece no obstante que los primeros se usaban en las
estas en que reinaba la alegra, en la cena nupcial
en el triunfo; conservando su antigua licencia y su
mordacidad, como se observa en aquellos clebres pro pronunciados
nunciados pronunciados en la entrada triunfal de Julio Csar: Guar Guar-"dad
"dad Guar-"dad vuestras mujeres, ciudadanos que os traemos con no nosotros
sotros nosotros al calco amartelado y galn; mientras que los
Tersos saturnios parecan a los romanos mas propios
para los asuntos graves y religiosos. Quiz la diferen diferencia
cia diferencia entre unos v otros consistira mas en el fundo nun

en la forma, viniendo ser unos en cuanto al ritmo y
al metro. Esta opinin conciliaria lo que se deduce de

glo V. Lo indudable es que la rudeza, la irregularidad
en la forma, el desdrden en los pensamientos, la total
ausencia en fin de la verdadera belleza potica cons constituan
tituan constituan el tipo de estos cantos poesas, ora fuesen
una misma cosa los versos fescenninos y saturnios, ora
cosas distintas, y que si algo queda de ellos, digno hoy
de tenerse en cuenta, es el haber sido los primeros
cantos en qoe se introdujo una especie de dilogo Ver Ver-sibus
sibus Ver-sibus alternis y que ofrecen ya una muestra, los fes fescenninos
cenninos fescenninos al mnos.'de la natural aptitud del genio ro romano
mano romano para la poesa sarcSstica.
Distinto fu el origen de las stiras. "Con motivo
de la peste que asol' Roma en el ao 363 ntcs de
J. C, y que dej una impresin dolorosa y eterna, no
eolo por el nmero de vctimas que hizo, sino porque
entre ellas sucumbieron un Censor, un edil, tres tribu tribunos
nos tribunos del pueblo, y lo que fu mas sensible hizo la
peste memorable, SI. Furio, el primer ciudadano ro ro-ma.no
ma.no ro-ma.no en la paz y en la guerra, al decir de Tito Lvo,
y el segundo fundador de la ciudad, Secundara Ito Ito-tnulo
tnulo Ito-tnulo Conditorem Urbis; como no bastasen remediar
el pblico desastre ni los medios humanos, ni la com compasin
pasin compasin de los dioses, apoderse la supersticin de los
nimos, y entonces fu cuando, entre otros medios de
aplacar la olera del cielo, se establecieran los juegos
escoicos: nueva institucin, sin duda para el pueblo
guerrero que solo haba conocido hasta entnces los
juegos del Circo.' Por aquella poca habian llegado
Uoma unos pobres juglares procedentes de la Etrura,
los cuales danzando al son de la flauta ejecutaban
ciertos movimientos al uso toscanoque si no carecan
de gracia," tampoco eran' muy conformes la decen decencia;
cia; decencia; pero sin' acompaarlos con canto ni verso, ni con
pantomima de ningn gnero. No tard eo imitarlos

ta juventud romana, pero lanzndose al comps de la

na uta y oei baile festivos epigramas, en versos incor incorrectos
rectos incorrectos y con acciones y gestos que no dejaban de an andar
dar andar acordes con la voz; y como este espectculo fuese
bien recibido, se repiti con frecuencia, tomando de
este modo carta de naturaleza en Roma. Dbase en
la lengua toscana el nombre de hisler los farsantes
o juglares,-de donde tomaron en la repblica el nom nombra
bra nombra de histriones los actores indgenas: ero ptna

0 ,
avanzando un paso mas, no se limitaron ya sus im improvisaciones,
provisaciones, improvisaciones, semejantes al verso frescennino tosco,
sin arte y alternado, sino que comenzaron represen representar
tar representar stiras bien medidas, con melodas compuertas
expresamente y de antemano para la flauta y con una
'

accin aaecuaaa ai caso.

Tribunal de Marina. Por auto de este

da dar el cu irlo pregn de remate de los co'rrales de pelea del
rio de palo-seco y su legua, el da 20 de los corrientes, no po podiendo
diendo podiendo ser heladores los deudores al gremio. Puerto-Rico 11
de J uni de i 855. Gervasio Puente. i

Secretara de la Jimia tnunicinat d fmmnhn v

biendo tenido logar la subasta de la casa qoe hoy sirve de ha habitacin
bitacin habitacin al Sr. Cura nrroco.

dores el da 1 del actual; los Sres. del Municipio dispusiJ

iiucTsiiit-nu-, emplazndola para el dia 20 del
ci mente, par la notorieda I y concurrencia de lidiadores.
1 pira que surta y produzca el efecto que se desea, lihro el
presente anuncio en Uaunabo 4 de Junio de 1855.-1-que
.1. Disdier, Secretario. 2

Alcalda ordinaria Je .ribonito.'So haMndos nrpepn.

mero la stira, dot la fbula de un argumento, y j ,r,ilor alguno al suministro del ramo de bagaje de es escomo
como escomo en fuerza de las repeticiones me ra l .T.,r'..o I l! Pueb,,, su au,!"r Barros, en el remate anunciado nara

(pues segn la costumbre admitida era autor yctor j jr lt 'L.T.TY? !" d.etern,i,!ai(! seia,ar ot'. 1 qe ten ten-ai
ai ten-ai mismo tiempo), se ll llegase f.tigar la obtu .
vo ei permiso de colocar a un

. , uu miuii na ue sujetar sus proposiciones, con os
lante del que tama la flauta nara nne 1 nl.ttiinv trela suiermn Udtr. 1. ,1.1

- 1 t (""" tu viicuiir uti superior io-
en el canto, con lo que pudo dar mayor realce su jb!trn 58 II de Enero del ao prximo pasado, da
expresin, no impidindoselo ya el uso que tuviera se.,es ent.erar "rt namente. Aibonito Joaio 6 de 1855.

. i m 1 tiurt xrn r s ijunu fnafA

que hacer de la voz. Desde entnces deiamn A fn

tar los histriones y Ies aued solamente rrvaA u

declamacin. La innovacin oue esta lev introduin Pn

1 ... j

id representaciones concluyo con su libre v iovial ale

Alcalda ordinaria del pueblo del Xaranjito.E dia 2
del prximo mes de Julio se reunir la Municipalidad en la

gra. y fu la diversin en adelante adnoind n, 'Zr!,. para 8a?r rera',e, b"to.de Us

radon hu nronnrnn.. A 1 I cinuano, p,r ei nempo que los que lo interesen pro
grados las proporciones de un arte. pongan, pues as lo ha acordado la m3ma n i. ui, i

t l. del actual. Y para la enneurrenria da liitflrrpa m !.--

ce notorio por medio de la Gaceta del Gobierno, as como
t i. . ..

Comentando algunos crticos modernns fsi nn.

je de lito Livo y tomando ocasin de la gracia di

jet-'.... i . .

pensaoa a uivio Andromco, suponen que debe hacer-que 13 nora,ae la reunin sera de doce una de la tarde de

i.lf.auo a uinu iiitiruiiico, suponen que debe hacer-H. 1 ,a ruo'on sera ce noce a una de la tarde de
se una distincin. entre las nalabras tantirum drr- dlr'd. Naranjito Junio 4 de 1 855. Manuel Manzano.

bia. Con la primera palabra se designan los monlo- MediavWa, Secretario. 2

gos, mientras que por la segunda deben entenderse)
1 i a "... i i &r ar at

us escenas dialogadas en que hablan dos c i mas nter- Ai WiMJlOS (iFICI ILP
loeutnre. Spiriin oeta ri;ct;n.;r. J.': I

" O uia.iubiwu, nuuiUUICU C 111111111 i
I 't e

na en los monlogos a acompaar con el gesto las pa- : SECRETARIA DE LA JUNTA SUPERIOR
labras oue cantaba aI von osrlnvn ma ui liiuun

DE RE PARTDIIENTO
de terrenos baldos y realengos.
RELACION de las concesiones hechas en el ltimo
acuerdo celebrado el dia 25 del prsenle mes y ao.

del hiposcenium y tomara la palabra cuando salan

oros inieriocutores a la escena, t ue el primero emi emitir
tir emitir esta opinin, Dimedes, clebre gramtico contem-

poraneooe servio, utros piensan con Duelos que si
Livio Andrnico (porque este era el poeta) podo exi eximirse
mirse eximirse del canto, fu porque los trozos en que se usa usaba
ba usaba iban acompaados de baile v formnndo mmn m.

era de intermedios, y se sofocaba su voz con los mo-
.

vimientos qae tenia que hacer y que pudo ejecutar

Sf del Palmar.
Cabo-rojo.

IV aguaba

A l f. ." 7," Tr- -a" 1 17. Autonia J. Pumita.' Idem.
opone o fa internretaeion Ha llnrlnit nnm.i. l ,.v... n

- -t 'juv .i tiMHu t. juin ouaso. Idem.
se refiere al canto mas no al baile, sobre ni

f r urnTunlA iIam.Ia Inan f 1a Taitas T.t-:ilA.

u (..U.UU.IU oiiuuw. ivjonunuara.)

Nombres de loa
agraciados.

Pueblos.

Sitios.

desde entonces con mas soltura. El pasaje de Valerio j Cirilo Vzquez..
Mximo en que hablando de esta innovacin v Ina I Fernando Coevas.

actores i dice Igesiiculiipnem tacitas peregiC 5

Pl'ERTO-BICO 14 DE JDIIO DE 1855.

5 Juan Jos de Torres.. Patillas.

Martin de Len Idem.
Joan del R. Gonzlez. Cales.
Mara H. de Santiago. Ponce.

n:oviii;ciA judiciales.

Ltcdo. D. Demetrio Sanlaella. JlIrnhU

J J .... J .

" ynmera insicncta ini trino ae esta Ctudad v tu dis-

IIKVUUUKK.
Por el presente tercer edicto cito. llamo V pmnliTr al nrn

fago Jos Pantoja (a) Aguayo, contra quien esioy siguienlo

"uo' .niuiuai jur tireiscie amor oei nuno ue un vaca
f Tt f I O iia,

u. ivaiaei ronce, recio oei uorado, para que lentro de nue
ve dias que corren y se cuentan desde hoy, comparezca per
sonalmenie en este Juzgado en l rol c.irrd a ot rs..

dad dfendere de los cargos qoe le resultan; pues si as lo

uicierc le oir y guanare cumpnJa justicia en lo que la tu tuviere,
viere, tuviere, y no hacindolo sustaociar la causa en su ausencia y
rebelda, sin mas citarle ni emolazarle hasta la cntnii, ii in

finitiva inclusive, entendindose los autos y dems diligencias
en los Estrados del Tribunal, narmlnle el mrtuirii nn h..

ya luear. Dado en la Ciudad de Puerto-Rico 6 de Junio
de I firiS. T .inn. Dn-nrfrn Snr.tntVn i. i- i .1

' ..... .w viMuubMU-"! VI tUdlJUdUU UC BU

ona. Jiguslm lotario. 2
Escribana pblica deQ. Mauritin Gu?rm vn 1,

tamentara de 1). Ignacio Marlicorena, se ha dispuesto por
el Juzgado de Ponce, concurran todos los acreedores a junta
el 25 de los corrientes, por s 6 por apodera os instruidos y

rAjicnsauoa. cuu bus uocumenios creaiiivos de su acreencia en
a.quella misma Alcalda mayor. 1 Puerto-Rico" Junio 11 de
iQss a -. r

idjj. ,ij(ifi iiwurw. 2

Llanos.
. Duqae.
Boca-Grieta.
Idem.
Palmas.
Matn.

Num?de
cuerdas.
420
400
400
400
- 400
. 35
140
100
"50
15

SUBASTAS.

ADMINISTRACION DE LA REAL ADUANA
DE ESTA CAPITAL.
En virtud de providencia del Sr. Intendente de Ejrcito y
Real Hacienda de esta Isla, se proceder el jueves 14 del ac actual,
tual, actual, & las doce en ponto, y en el edificio de esta propia Adua Aduana,
na, Aduana, i la venta en subasta nbc. etenia

docenas de pauelos de algodn, declarados

9 v'iuuv 1 MLJJ
que se hace saber al pblico para su inteligencia. Puerto-Rico

1 1 ue jumo ue idj. .1 Aamimstrador interino, Juan Sn Snchez
chez Snchez de Toledo.

Tribunal de Marina.--Por auto de esta T rihnnal ta

Sala para que tenga efecto el cuarto pregn de remate del pa pa-Sge
Sge pa-Sge y corrales de pezca del rio de .Manat, el dia 21 de los
corrientes, no pudiendo ser limadores los deadores al gremio.
Puerto-Rico 11 de Junio de 1855. Ccrrario Puente i

Dichas concesiones caducarn, si i los dos meses de la fecha en que
se expida la comisin los Jueces territoriales para las mensuras y des deslinde,
linde, deslinde, no se presentaren los agraciados solicitar el tirulo conforme la
disposicin duodcima de la circular de veintids de Setiembre de 1853.
TI TT Aa I. sr .

i uciu-iuco o ae mjo e,loo. Euutna Auna, Secretario.
Secretara de ta Alcalda ordinaria de Sabana del Pal Palmar.
mar. Palmar. Los fondos pblicos de este pueblo juegin enja pr prxima
xima prxima Lotera que h de celebrarse el 23 del actual, con el
billete dividida en dos medios, bajo los nmeros fA05 y
2,291 Sabana del Palmar 8 de Juniu de 1855 Pnlirar.

po de Echevarra t Secretario. i

Alcalda ordinaria de Aibonilo.En el Sorteo extraordi extraordinario
nario extraordinario de la real Loteia nm. 32, que ha de celebrarse el 23
de los corrientes, juegan los fondos pblicos de este pueblo
rOfl el billete nm. l i!?). Y In han nnlnrin nin KAnn.

cimiento del pblico. Aioouiio 9 de Junio de 1855. Francis Francisco
co Francisco Gimnez Prieto. i

Stcrlaria del Corregimiento de Agua lWa Los fondos
pblicos de este pueblo iue?n en el Snrfen PTtrnr.linarin

de la real lowa que debe verificarse el 23 del corriente, con

ei num. k9yM. i se pon en conocimiento del pblico
para su sat Haccion. Aguadtlla 8 de Junio de 1855. Frailan

oantana, Secretario. 1

AVISOS.

PERALTA

Inserta ojos artificiales, de la clase mas fina, sin
dolor y un precio cmodo Calle de la Tan Tanca,
ca, Tanca, nm.. 7. o

SE DESEA COMPRAR

un negrito de diez doce anos de edad. En

esta imprenta impondrn del comprador. 1

En el Cafe de D. Jo Tn rnll si lm en

contrado un billete de la Keal Lotera que se ha depositado
en el Corregimiento de esta Ciudad, 4 donde podr dirigirse

pciauua ue se crea con cerecno a l. 2

Imprenta del Gobierno.