Gazeta de Puerto-Rico

MISSING IMAGE

Material Information

Title:
Gazeta de Puerto-Rico
Alternate title:
Gaceta de Puerto-Rico
Physical Description:
Newspaper
Language:
Spanish
Publication Date:
Frequency:
daily (except sunday)[1823-]
daily
normalized irregular

Subjects

Genre:
newspaper   ( sobekcm )
newspaper   ( marcgt )

Notes

Dates or Sequential Designation:
Began in 1806?
General Note:
After the change of sovereignty in 1898, briefly published by the government of the United States.
Funding:
Funded by NEH in support of the National Digital Newspaper Project (NDNP), NEH Award Number: Project #00110855

Record Information

Source Institution:
University of Florida
Rights Management:
This item is presumed to be in the public domain. The University of Florida George A. Smathers Libraries respect the intellectual property rights of others and do not claim any copyright interest in this item.
Resource Identifier:
oclc - 829938788
lccn - 2013201074
issn - 2327-3143
ocn829938788
Classification:
lcc - ISSN RECORD
ddc - 070
System ID:
AA00023800:01599


This item is only available as the following downloads:


Full Text
s

NUM. 133. V SABADO 10 DE NOVIEMBRE DE 1849. VOL. 18.

ESTE PERIODICO
SE PUBLICA TODOS LOS MARTES,
' JUEVES Y SABADOS,

SE SUSCRIBE
EN LA IMPRENTA DEL GODIERNO,
CA.LE IC LA FORTALEZA N. 21.

I PJ

I

Mllhli

i 1 l 1 I i L M n --Ss.-. v. i v' -s

f"i

T? TiTl

t- a.

n

tllj H

i i!

L.l MU

i fin
I f i

PERT0-BIC0 10 DE KOViEMBBE DE 189.

! W PASTORAL
DEL EXCM& ILLMO. SEOR OBISPO

DE ESTA DIOCESIS,

HOS DOCTOR D. GIL ESTEVS,
POR LA GRACIA DE DIOS Y DE LA SANTA SEDE
aposto'lica, OBISPO DE PUERTO-RICO, CABALLE CABALLERO
RO CABALLERO PRELADO, GRAN CRUZ DE LA REAL ORDEN AME AMERICANA
RICANA AMERICANA DE ISABEL LA CATOLICA, DEL CONSEJO DE
. ; S. M. &-C. &C'
i A nuestros amados hermanos el Imo. y Venerable
Dean y Cabildo, Curas-Prrocos, Ecnomos, Prelados
Regulares, Eclesisticos y iodos nuestros Diocesanos
salud, gracia y bendicin en el Seor.
Alijerado un tanto de las gravsimas aten atenciones
ciones atenciones que desde nuestra llegada esta Isla
lian absorvido cusi todos nuestros cuidados y
desvelos, faltaramos lo mas sagrado de nues nuestro
tro nuestro oficio Pastoral y lo que nos inspira el cor

dial carino que os profesamos,- si no euipren

diramos desde luego la visita jeneral de esta
nuestra Dicesis. Todas sus Iglesias apremian

nuestra solicitud.odos sus Ministros mere merecen
cen merecen nuestra especial atencin, y todos nuestros

Jeligreses son acreedores las instrucciones,
consuelos, socorros espirituales y temporales

que pendan de nuestra autoridad y tacultades.

Nada tan propio y digno de un verdadero
Padre como visitar todos sus hijos personal

mente, para mejor conocer y remediar sus ur

gencias y necesidades. .Nada tan justo como

que conozca el rastor a sus ovejas: que ios
subditos y feligreses oigan de la boca del pro

pio Prelado Ja divina palabra y los saludables
avisos, y que reciban de su mano los Santos
Sacramentos, en particular el deIa Confirma Confirmacin,
cin, Confirmacin, que no pueden recibir de los Ministros
inferiores.

' No es estrano que los Sagrados Cnones,

y slida parf Citiof recSMtTt'3 ? -;s zz.t
nos el Sacio .Sacrarnerito de la C:Xnzzv3g
de cuja grada huhhr&n czre'ylv tss 'z 1 2 1H5.
i no tener" la t)portzT'$z'' 9 H'ilt tm'zt
Tantos y tan feJicef sx I's tv&m ;?nia

as antiguos como modernos, encarguen con! reUuo, t tsfes tea los fbe-s css hvzrjs
tanta eficacia los Prelados la visita personal Jpopacrto co la CBeErs CBeErs-de
de CBeErs-de sussbditos, y que los Ilustres Preladojdel ; "Tza tzzs eos gsere I tllr, sss-Sfs D3p-

nuestro cbcsis; conEpunnus 2i3Tlr: n n-dsdos
dsdos n-dsdos j estelos. CtE tsxnsus sslt riuu,,
el espirita y la prsderia es rtiiiruF rJnirjrs

liULT 21 TDL'ftTfi t 113. ilIiS.

SECCION LITERARIA.

EL PROTESTANTISMO
COMPARADO CON EL CATOLICISMO
EN SUS RELACIONES CON LA
Por Don Jaime Balines, Presbtero.
CAPITULO XXX.
Continuado.)

Con estas ltimos reflexione prevengo U objecin que

pe me podra hacer, fundndose en la mucha tuerza ad adquirida
quirida adquirida por lai ideas por medio de la prensa. Esta propa propaga,
ga, propaga, es verdad, y por lo mismo multiplica estraordinaria estraordinaria-mente
mente estraordinaria-mente la fuerza de las ideas; pero tan lejos esta de con conservar,
servar, conservar, que antes bien es el mejor disolvente de todas las
opiniones. Obsrvese la inmensa rbita recorrida por el
espritu del hombre desde la poca de ese importante des des-cubrimiento,
cubrimiento, des-cubrimiento, y se echar de ver que el consumo (perm (permtaseme
taseme (permtaseme la espresion), que el consumo de las opiniones ha
crecido en uoa proporcin asombrosa. Sobre todo desde
que la prensa se ha hecho peridica, la historia del esp espritu
ritu espritu humano parece la representacin de un drama rapid rapidsimo,
simo, rapidsimo, donde se cambian 4 cada paso las decoraciones, don don-do
do don-do unas escenas suceden otras, sin dejar apenas tiempo

2ios de la iciesia, sin percon

tiga y venciendo toda ciase de dilcultadej, ha hayan
yan hayan consagrado al santo ejercicio de la risita
los principales esmeros de su fervoroso zelo,
dando con ello una prueba nada equroca de

su erande necesidad importancia. Vosotros!

mismos, hermanos carsimos. esDermentsistEds I pre tcesorf$: e ios Gv&ra. e Ciff

esta' importancia en las visitas de nuestros dg-j mes, ZtsciE Htry&lrmz itijtx vw
nsimos predecesores, y an gozis muchos dej somos cipzs e Uiito stniaxus m;pr
sus preciosos frutos, despus de'los largos silos stis Ludiss: lnrtres jor sicis j.'-xuri) ib
nue han transcurrido desde la que verific el: osestms proii Ztnis lt& cde itrna bFcim

bias providencias para conservar y restaursrlcon el asist ce tz&us; j 21 k is:irji3-

-

la decencia en los Templos: la gravedad y de decoro
coro decoro del Culto: el buen orden, Eplcadcn j

ejemplo de sus Ministros: el rigor e a isci-

nin eclesistica! la pnrei a doctrina y

moral cristiana, y por decirlo ca una pra,
para desterrar los abusos que hayan introdu introducido
cido introducido la malicia, la ignorancia, la malignidad
del comn enemigo, que suele valerse de la
ausencia de los Prelados para sembrar en la
heredad del Seor la zizafia de perniciosas
costumbres: y qu socorros, qu consuelos,
qu saludables alisos no recibieron de ellos en

sus visitas todos los pueblos del Ubispao
Cuntos escmdalos atajaron? Cuntos con consortes,
sortes, consortes, cuntas familias, cuntos vecindarios
que se hallaban entre s lastimosamente desu desunidos
nidos desunidos dejaron reconciliados con una cristiana

'T '1 w

reres ci a que f-e :1e i la cia 3 S5:r
orden j grfiTedJ corrsj3rijffi:e i jra cLlrn,
la Santidad z-rz-zlz. s xecstra lituIi H.r-

abeos, tur.! o en Ils prf;:r;r $; riro is u ci ci-sas,
sas, ci-sas, 6 les crllusss d .rt jf::j-u;i;7;fc

ra nur.lerrer en sa jzrcza It zdicl! cr'ntLz:zv
y psja 2cir del exiL'r c a T'roijr. i 2i;
filmas que la Ditina PrzvlZizs, ht, jcsc
nn estro elidido, cosiscaibilts jcr ?3 c i-2
eterna sslrsdcn.

al espectador para oir de boca de los actores una palabra

fuiitivB. No estamos todava i la mitad del ii";lo preecie,

y sin embargo no parece sino que hn iranscurnaa mu muchos
chos muchos sidos Tantas son las escuelas que hn caco v

muerto, tantas las reputaciones que se han encumbrado

mu alto, hundindose luego en el olvido:

Esta rpida sucesin de ideas, lejos de comnouir ai

aumento de la fuerza de las mismas, acarrea oecesaria

mente su flaqueza y esterilidad. El rden natural en la v
da de las ideas es. primero aparecer, en seguiddifundir

se, luego realizarse en alguna institucin que las repre represente,
sente, represente, 7 por fin ejercer su influencia sobre los hechos

obrando por medio de la institucin en que se nan persa
nitcado. En todas estas transformaciones que por necesi

dad reclaman alguo .tiempo, es necesario que las deas

conserven su crdito, si es que han d prouucir aigun re resultado
sultado resultado provechoso. Este tiempo falta, cuando se suceden

unas i otras con demasiada rapidez, pues que las nuevas

. . . 1

trabajan en desacreditar las que las han prececiao, y 00
esta suerte las inutilizan. Por cuya causa quiza nunca co como
mo como ahora, ha sido mas leitiraa una profunda desconfian

za en la fuerza de las deas, sea en la filoaofis, para pro producir
ducir producir nada de consistente en erden moral; y bajo este
aspecto es muy controvertible el bien que ha hecho la im imprenta
prenta imprenta 4 las sociedades modernas, Se concibe mas, pero

se madura menos: lo que gana el entendimiento en estn estn-sion,
sion, estn-sion, lo pierde en profundidad, y la brillantez terica con contrasta
trasta contrasta lastimosamente con la impotencia prctica. Qu

importa que nuestros antecesores no fuesen tan diestros

como nosotros para improvisar una oncusioo sooro ios
mas altas cuestiones sociales y polticas, si alcanzaron &
fundar v organizar instituciones admirables? Los arquitec

tos que levantaron los sorprendentes monumentos de los
siglos que apellidamos brbaros, por cierto que no serian

ii laa tral'.l? & Ua ec." croa lis It idjc-s ipnztz y
ta es&at qsa ura "5f;U j.tr otitSA? iti
ra la qoe t.!i c-ctfi.n-.nv.? He ia ci. j jr.ts ta Lu
e lo qae e:i ttcttts ea t i rr ex ititl y h..ca. Ha
Recetario zso riiurk; kis ruii j-2.zhh.i: s-ri'-a
mas bien e la tckiea tqce t lctn; 2 aiofc. a
la priciica dret zaa t la ttllkt im.itm4.V, ur
da Ubo, qae s esa rt2fxka t:r; y la rsj-rH't'Zx
ensea 4 ocuo, qss qujea v?v nicL n O
rio de Platea aa kabieia k3 el s&r;c ewtra tlji-x
de Soba y ds Licurju; y tvia la ctsii Cirtrca t
hubiera alcanzado 4 lo que a'catiara 1 lid r ti kztzk
sentido de dos hambrea ru.'os coa a Pws y
CAPITULO XXXI,
Cirrin s aatufai jmcral t ccstvnlrts c tlmpu 4
rverra rula rrcn.Us cciis'.nfrs r fttJis t ti r a JUt I

tida mas duict y ipicillt, es clra de laa ca!4aes f rece recesas
sas recesas que llevo sealadas coma caractersticas da ta cm!i
sscion europea. Este es un hecho que po cecrs.ta de rrue

ba; se la ve, se le siento por todas partes al dar en tema
de nosotros uoa mirada: resalta vivamente abriendo laa
pajinas de la historia, y comparando nuetrcs tiempos coa

otros tiempos, sean los que futren. En qu contiste ests,
suavidad de costumbres? cual es su orfjeo? quin la ha
favorecido? quin la ha contrariado? h aqu unas cues

tiones i cul mas interesantes, y que so enlazan da ua

modo particular con el objeto que nos ocupa; porque etj
pos de ellas se ofrecen desde luego al inixno estas presun

tas: el Catolicismo ha influido en algo en creer esta sua suavidad
vidad suavidad de costumbres? lo ha puesto algn obstculo la
ha causado algn retardo? al Protestantismo la ha cabida
alguna parto en eata obra, en bien en ra al?

Uonvicno acto toas tijr ca qu$ censista la suavidad



-3-

cargo del Cura-Prroco, ya en el de otro Ecle Eclesistico,
sistico, Eclesistico, cuyo fin deber aTsrselcs con la

oportuna anticipacin, y tambin al efecto de

que presenten los justificativos de haber cum cumplido
plido cumplido las obligaciones que en su razn Ies in incumben,
cumben, incumben, con los ttulos de institucin canni

ca adjudicacin que hubieren obtenido de las

tales capellanas.
VIII.
i i

Igualmente debern advertir los Curas-

I arrocos a todos los que tuvieren s cargo

algn testamento, que se presenten a dar ra

zn del cumplimiento de las obras pas que hu hubieren
bieren hubieren dispuesto los testadores, cuyo fin for

mara cada Cura una lista de los que hayan fa
llecido con testamento (espresando quienes fue

ron sus albaceas,) despus de la ltima visita.

1 ambien concurrirn. los que los hubieren pre

sentado en la anterior visita para acreditar ha

ber cumplido lo que Ies fue prevenido por el

1 relato.
Por ltimo: ya sabis, carsimos hermanos,
que los Ministros del Seor debemos ser par parcos
cos parcos y dar ejemplo de frugalidad: de consiguien consiguiente
te consiguiente os encargamos con la mayor. eficacia que la
i i :

udiuuis, asi en nuestro recioimienio como en
la manutencin, evitndonos as, el disgusto
que tendramos si para ello tuvisemos que va valemos
lemos valemos de la Autoridad.4 w
Y para que esta nuestra resolucin llegue
noticia de todos, "mandamos que se circule
al Ulmo. y venerable Dean y Cabildo de esta
Santa Iglesia, los M. Reverendos Vicarios
Forneos, y por ellos los Reverendos Curas
do sus respectivos distritos eclesisticos debin debindola
dola debindola leer despus del ofertorio de la Misa en
los tres dias festivos inmediatos al en que la
habrn recibido, como y tambin en el ante anterior
rior anterior nuestra llegada cada distrito eclesis eclesistico.
tico. eclesistico. Dado en nuestro 'Palacio Episcopal de
Puerto-Rico los 24 das del mes de Octu Octubre
bre Octubre y ao de 1849. 1 V, .
Gil, Obispo & Puerto-Rico;
.". por mandado d 3- 'E.' ." el Obispo mi Seor,

. Benigno m. Carrion

Secretario de la Santa .Visita.

DE LA INDUSTRIA- FRANCESA

DESPUES DE LA REVOLUCION DE FEBRERO.!

de estaban de manifiesto lo productos de nuestra fa

bricas una curiosidad y un nteres qie le asociaban
estrechamente los destinos de la intilucion. Este
acuerdo perseverante, estas manifestaciones espont espontneas,
neas, espontneas, esta unanimidad do voluntades, no demuestran
claramente que el jwder no se habia equivocado acer

ca de las verdaderas disposiciones de los ouimosr Si

sus miras no hubiesen tenido otro ornen que un cl

culo interesado, si una relacin ntima no las hubiese

unido las necesidades de la jwca, la Francia no se

habra prestado tan complacientemente una espe-

riencia arutirana. cna ua respondan ni llamamiento

que se le hacia, porque senta ella misma la necesidad

de ensanchar la esfera de su poder econmico.

La escitacion hecha la industria indicaba por

parte del gobierno la obligacin de favorecer con todo

su poder la salida de nuestros productos ni estenor.y
necesitaba tambin los esfuerzos activos del comercio
francs presplotar los productos existentes. Estas

dos condiciones que han contribuido tan poderosamen

te ni engrandecimiento comercial de la Inglaterra, se
han hallado igualmente en nuestro mis? No podra
negarse sin injusticia que el gobierno de Julio habia

tenido el sentimiento de su deber para ron la industria
nacional; una serie de actos numerosos revelan en l

a preocupacin du asegurar nuestra fbricas los

medios de dar salida sus productos. Este era el ob-

jeto e las misiones a rersia y a la unina, re las es

piraciones intentadas sobre las costas de la Australia

y de la Nueva Celandia, de las tentativos proyectadas

sobreuna de las islas del archipilago Soulou, de los

estudios profundos ejecutados sobre la Cuesta occiden

tal de Madngascar, de la ocupacin de las islas Mar Marquesas
quesas Marquesas y del archipilago de la Sociedad. Por qu

estos ensayos repetidos no han producido los resulta resultados
dos resultados que se esperaban de ellos? El gobierno se hallo

nquietado, preciso es decirlo, por consideraciones in-

erentes al sistema ieneral de su poltica csterior. En

presencia de un pas tan celoso como la Gran Bretaa

cuando se trat de comercio, estrecho mas de una vez
el circulo de su accin, renuncio proyectos conce

rnios ya, por temor de conmover una alianza que for

maba el eje de sus relaciones estranjeras. Al sealar

estas esperanzas frustradas, la historia reconocer en

ultimo anlisis, que el gobierno de Julio ha sido para

a industria un institutor esclarecido y un patrono vi

da ote; pero mientras que trabajaba con atenta soli

citud por la educacin industrial de la Francia, no

acordaba la misma importancia a su educacin co

mercial.

En esta inferioridad de la Francia, bajo el punto

de vista de la educacin comercial, resida desgracia desgraciadamente
damente desgraciadamente para nuestra industria msma una gran cau causa
sa causa 'de su debilidad. Mientras que la industria produc productiva
tiva productiva estaba en' la ya de progreso, el comercio francs

la secundaba imperfectamente; no poma al servicio de

nuestras fabricas ese ardor perseverante, reflexivo y

o su marcha por consideraciones personales, L ah
u papel y su deber. Pero citaba acorde ron estos
principios la poltica econmica del ltimo gobierno?
Xo ha ofrecido, por el contrario, repetidas vece el
espectculo de las irresoluciones sucesiva! que deja dejaban
ban dejaban agriar los debates y daban las dificultades e!

tiempo de amontonarse? Los medios evasivos le sir

vieron frecuentemente de refujio. Por otra parte, para
asegurar el cumplimiento del papel social de la indus industria,
tria, industria, no bastaba el tratar de hacer prevalecer entro
nosotros el gusto del bienestar en cambio de nuestro
hbitos inveterados do njtacion. Como drijir en el
interior todo el juego del mecanismo econmico do
manera que se evitasen los choques v las esnlosiones?

Qu hacer en favor de los intereses de las duses
obreras, que se sublevaban cada instante como un

mar tempestuoso que amenaza invadir sus ditiues im

potentes? .Cuestiones capitales eran estas nue no de-

bian abandonarse los partidos cstremos: v cl robier-

no habia vivido un poco, sobro este nsunto. para salir

del da y nada mas, sin llevar sus miradas mas all

de las dificultades presentes.

Las consecuencias de esta poltica no se haban

producido enteramente antes de J843, y so poda creer

que se teriia el tiempo de prevenir la mayor parte de
ellas. Como la mayor parte de las industrias estaban
muy ljos de su desarrollo normal hace diez y ocho

aosse habia podido largo ticmrio suscitar las espe

culaciones y dejar para mas tardo el exmen de los
problemas econmicos sin hallar por delante los obs obstculos
tculos obstculos que ocultaba el porvenir; y durante el tiempo
que precede inmediata ment la revolucin de Febre Febrero,
ro, Febrero, algunas circunstancias fortuitas haban complicado
la situacin. Ciertas industrias sufrian mucho por ra razones
zones razones especiales mas d menos difciles de determinar
y combatir; y nuestras fbricas de seda labrada veian
que su salida se disminua en el esterior, al mismo
tiempo que el consumo interior so inclinaba con pre preferencia
ferencia preferencia otros artculos. La industria de las lanas
encontraba igualmente embarazos atribuidos por unos
al esceso de la produccin, y por otros la elevacin
de los derechos de entrada sobre las lanas estranjeras.
En el Norte de Francia, nuestras filaturas de lino, to todava
dava todava en sus principios, se quejaban de hallarse sofo sofocadas
cadas sofocadas por la concurrencia esterior. Una clase nume numerosa
rosa numerosa de trabajadores se hallaba cruelmente atacada
en quince o veinte departamentos, por la sustitucin
de los medios mecnicos al antiguo mtodo de los hi hilados
lados hilados la mano. Este nuevo triunfo de la industria,
llamado tomo todas las conquistas de este jnero
prestar grandes servicios, no dejaba por eso de causar
una perturbacin cruel por el momento. En los tejidos
de algodn se verificaba un resultado anlogo, coa- A

secuencia del abandon forzoso de los telares antiguos

por otros mas perfeccionados.

La crisis de 1847, seguida do una mala cosecha,
I? i rv . ... .

atrevido la vez, que ha splido tan bien los neg- obligando la Francia vivir sobre su capital, habia
niantPs ingeses v americanos. El irohierno de J830. trado una crecida reduccin en el consumo interior v

, o I I .

;no tenia algn medio de hacer salir nuestro comer- empeorado ei malestar de los industriales. Cuando el
W i fas .

l : i :,:. j ,i I precio re los artculos de nrimprn nrrfcni4d nnninni

En el momento en que la industria francesa, ape- , . no nim faUn.n vn IIA cada familia disminuye sus rasto v se imnone nrva-

nn aI ntrpvimipntr.? Sin ntrlniir al Estado una influen- cones; y si se observan atentamente las leyes que pre

cia exajerada, creemos que la ignorancia y la timidez, f'de,n Q! movimiento de los cambios, se reconoce que

tu liisiijiuuLiuu uts ios gasios inuiviuuaics escede en je je-neral
neral je-neral al aumento que resulta de la caresta de los j-

neros.

as libre de espantosos desastres, viene someter sus
productos la, prueba de una esposicion solemne, im

porta que se sepa en que estado la ha dejado el tern

.ble trastorno de Jc4; en que proporciones se han mi
norado las fuerzas productivas del pas; cules han si

do los medios puestos en prctica para suplir el mo

vimiento reguiar ue tas transacciones; que perspccii

esos dos obstculos que desde 1S30 encuentra nues

tro desarrollo comercial, podan haber sido combati

dos mas eficazmente.

Aspues, el. vuelo prodijioso do ta industria, las

Hcia fines do 1847, fo esperaba nue, cracas

una cosecha escelente, el consumo volvera tomar

IUtW- I I I ;(,,1fncn.

. i jf.l t .. -f-i- lUlilHUVUS I U IUI UlISi l'CI U ICIICI Ululme iiiiiu(.muju.i
vas se presentan hoy nte la produccin nacional. Fi-l. "'i- i j

nalmente, no se pueden sacar lecciones

las desgracias mismas que la han acomet

tiones son estas que se han descuidado mi

mejora do las especulaciones industriales. Uciado

El estado estacionario de nuestras relaciones co- su curso normal e! ano de lelo, prometa mejorar el

leu Miren intmtf m m I I

noranrnnHrnF o n nnctrna nrnn un nw mprnuiuv miifvii. i vu ou iihi i uiujiijij. iititia iiiiiv k r iinriin cu.

J f I l lunglllUv6 U VI VUIIICI VI" JUO IIU DU OIV IV ouui-ivu- i 1 ------ i wovw i juica J OU"
tnn na i roa nonortna nrnrinnlpa Af tisfacciones. Un ao lio nlnimfnnriA nun clrri.A A nn

jcno csae t

t I a I 1? .L. ADA da AOia oni a nmt wr ... 1 1 I

. . , . , i situacin econmica uuranio ios mgl y sici hw uv vam im uvtcaaiiouiumu cuqiuuq ror la
el principio de la crisis industrial y revolucionaria, y ... . J Lm ja ia a.ww..!-: : a.- ....

. . : 9 i nnrnrinrna t ii rni'nmrmn un r rnrprn.

'que llaman sin embargo seriamente la atencin de los

economistas.

... I -I n.iA n. I Ptllliln rnnn iiiin 1 rI nn 10 w li elnAmn

ni i t ri. i i ii i j ti inercia es, en presencia uo lu imujutciuii iii ou o u- www.... uit j m ismuuii uo m iirimu-
El gob ern de Julio haba dado ol desarrollo m- mentaba"cadalva ma3, era cl 0Vjen (Ie los embara- vera se anunciaba bajo auspicios favorables, cuando
dustrial del pas un impulso considerable. A travs de zog omenazaban muitiPlicarse cada da; y aun ha- estallo la revolucin de Febrero. Este acontecimiento
todas las peripecias de la historia, su poltica interior bja ro oarmanto nue nacia tle a n(0. inesperado, que se er plica mejor por las circunstancis
atestigua la constante preocupacin de d.r.j.r las ac- . dca$iado frecucnle de poder para resolver los econo'micas que por las razones polticas, sorprenda
tmdades .individuales hacia el vasto campo de la n- ohentf nacan darame,nte dc to nds- la industria francesa en medio do unos embarazos
dustria. Ll poder vea en ello un medio de distraer los ria. QUe esta inaccin viniese del temor de chocar demasiado reales. Siendo fuerte y prdspera etU o-
espritus de las tradiciones revolucionarias, siempre . t-i

, j j n j contra taics o tales intereses, 10 reconocemos uesuo an iu, uu huuiciu puuiuu oosrener este cnonue icrri-
tan vivas en el seno de nuestra sociedad. Condecora- ,neso, y no vituperamos en principio un sentimiento Lio sin conmoverse; siendo dbil y hallndose minada
cones clono oficiales empleos honorficos, ancha par- ?g(j Jmrahvon ,as UcJdo inodcracion, las que y por alguna, causas durables pasajeras, ocultas o'
te en la mlocncia poltica y en las ventajas socales, mona a de Ju!0 Jcra pcrmanccer siempre fiel, visibles, qu hay de estrafio en que se haya visto en-
nada rlescu.do de lo que poda incitar deseos y provo- E, r dc concmcon c indispensable para el terrada n momento por la crisis pesar do sus es-
car esfuerzos conformes al pensamiento que le anima- t?' . !i fnrna i,!;,n.

lo- i 11 i

a. ou .mciai va, na aaao nacimiento a un monm e gociedadc3 m0lernaS; pues un poder dc- Tales eran los rasgos principales de la situacin
ofac ico o ha correspondido las necesidades rea- a gucumbdo contra c, en o niomenlog cn ;o cP bePrno do jJ S
Ies del paisr hs imposible desconocer que la l rancia , . 1 1 1 1 1' fa. v,l,aut

i 1 1 j 1 wiiuuuu ui csum unuiaus. tu ti uuuuuiu ue ia iiikioriu. jua limusina tua a cncon-
ha seguido a su gobierno cn la carrera industrial con ;aandoM rcfleI0na cn ,a diversidad de la, volun- trarse entregada todo, lo, azare, do lo imprevisto,
docilidad y apresuramiento.' No se necesita otra pruc- , , 0f, ;mrirt i ,0 ' '. ,v
. '. f,1i!f iiiiminoo en fnmnrrndfi mPIOF fitin CUSO I fTl DO- rn rl iinn nn 1 1 r i rnm nomn nn li o un ln limnri,L,l

ha mas que la actitud do las manufactaras y del pu- g;be scra c flr rcaconcs rccproca do ,os do ,os hombrc9 Jc. d tar$e con' ,0 repentino do
Lhco cn las tres grandes f'P'" a hombres, sin hacer transacciones continuas; la idea do los acontecimientos; toda, la. causa, dc nuestra debi debi-ns
ns debi-ns a cinco anos de intervalo, en IbJ4; 1WJ; 1,0, 't. ,m m;P1, j vrntnia imano. r V,An, a :' r n arnu

fabricantes ,e disputan cn ellas cada vez mas el cipa- a fazon misma (c of g0CcJadc)4. .Pero debcm03 dc. solcmnc d flun ,a cr;s Qn
co y rivalizan por aumentar cl brillo de estas fiesta, cf r cgtQ yn ;erno (Jcbc .ubordnar sin CC8ar Je crccf fc atravesado ,u perodo mas tem-

Icras don-l8US ''eterm'nac'onc3 al deseo irrealizable de contentar pestuoso, y ha llegado cl momento do analizar. Si ,e
J todas las exiiencia, particulares? Equilibrar lasgran- quiere que deje tra, de , otra cosa que ruina,, es ne

cesario examinar sin vacilar y sin debilidad una situa situacin
cin situacin que, cn medio dc una, conccuencia, deplorable,,

nacionales. (I)

El pblico por su parto llevaba lasga

1 1

a isa! de, fuerzas, tener en cuenta 10, licciiol importante,.

y J UfcAiVV Vi- 10 fcW.'V"lViv' I W

iu e 2117; ca 1833, de 3231; cn I8U, ce S'JVJ. y, respetando todos los erecnos, no parar a caua pa



J

Si nos empeamos con todas nuestras fuer- hermanos! en vano trabajaramos en la refor refor-zas
zas refor-zas para que todos los legados y mandas pa- ma del pueblo cristiano mientras no procurl procurl-dosas
dosas procurl-dosas que ordenaron los fieles en sus testamen- ramos la nuestra, manifestando en todas las
tos tengan puntual y exacto cumplimiento; no acciones la santidad propia de nuestro estado,
ser con otro fin que el de recordar los hijos, De vosotros, pues, esperamos, no solo el pas pas-esposos,
esposos, pas-esposos, hermanos, amigos y allegados y to- to y ejemplo correspondientes .nuestro minis minis-dos
dos minis-dos los testamentarios en jeneral una obliga- terio sagrado, sino tambin que con vuestros
cion tan sagrada, para que el escesivo apego avisos, advertencias, consejos y eficaz influjo
las riquezas no les engae y precipite hasta nos facilitareis los medios mas poderosos para
el estremo de manchar su reputacin y buen que esta santa visita surta los felices resulta resulta-nombre
nombre resulta-nombre con la fea nota de ingratitud infideli- dos que anhelamos.
dad sus padres, deudos y bienhechores, pro- p0r ltimo, amados Diocesanos. suDuesto

Tocando con ella la indignacin de Dios sobre qUe todo bien debe esperarse de lo alto, segn
s mismos y sobre sus familias. el Apstol, con toda la efusin de nuestra al al-S,
S, al-S, .amados Diocesanos; no han de tener, ma os suplicamos todos, eclesisticos y se se-repito,
repito, se-repito, otro impulso que el de nuestro cordial g lares, sin distincin de sexo ni estado, que con
afecto todos los exhortos, avisos, reformas y vuestras fervientes oraciones nos ayudis al al-providencias
providencias al-providencias que en descargo de nuestra con- canzar del Padre de las misericord'ias el auxi auxi-ciencia
ciencia auxi-ciencia acordramos en esta Santa visita, y lio oportuno en un negocio lan importante pa patento
tento patento la muy fundada confianza en que las acq- ra la santificacin de nuestras almas y bien de

lareis con oociuuau y sumisin y que, inspira- ja Kelijion y del Estado: cuvo fin concede concede-tos
tos concede-tos de rehjiosa piedad recibiris vuestro mos induljencia plenaria todsy cada unode
amante y amado Prelado como un legado de vosotros oue. durante! s.onta visitn. nrennm.

Cristo que viene 4 declarar su voluntad sobe- dos con la confesin y Comunin Eucarstica,
rana, tratar y establecer en su nombre lo que visitareis una vez vuestra respectiva Iglesia
mas convenga para so gloria, bien de su Igle- Parroquial, rogando por la consecucin y to tosa
sa tosa y verdadera dicha de vuestras almas. No 2ro de los fines or-esados. or la nnz v mn.

se os presenta con el aspecto de un juez seve- cordia de los Prncipes cristianos y por la con con-ro
ro con-ro para castigar con rigor, vuestras miserias, versin de todos los pecadores: y para que to

rio: se os presenta como un padre amoroso en do o perteneciente la Santa Pastoral visita
busca del bien de sus hijos: como mdico sol- nuedadesnachars rnn e? meinrrHpn mmtnn.

cito para curar vuestras enfermedades, y como lidad, exactitud y con las menores molestias
maestro para ensenaros el camino de la per- posibles, hemos credo conveniente haceros las
leccin y de la santidad. prevenciones siguientes.

Mas, muy poco y cuasi nada podra ade adelantar
lantar adelantar vuestro Prelado, carsimos hermanos, I.

st or vuestra mrtf v nnr l.i if rp!nn An.

toridades municipales no se le auxiliara con n atencin que el Iiimo. Sr. la Puente, ci de procurarles por nuestra parte el auxilio

una iranca y leal cooperacin; pero sin ella fe j nl cvwui, icuuu ci uu uuivj nua avuiaua-
es imposible conocer fondo y cual conviene PrXI"mo pasado la visita de esta Santa Iglesia rn en la santa visita. 4

iieurai, v ia ue ias irarroquias oe cangrejos, VI
Rio-piedras, Bayamon, Guainabo, Mavases, I

San Germn. Cabo-roio y Aasr: ilnrpmnd Del propio modo, antes de nuestro arribo

principio la nuestra, mediados del prximo Ia 1 arroqua Paa escusar intiles detencio detencio-mes
mes detencio-mes de Noviembre, por la Parroquia de Ca- nes se tendr hecho el inventario de todos los

fMUM-y ve lili uu a i

carecido de este b?nefic
esta parte, hasta comnlel

pado- mas establecimientos sujetos la Santa visita:

citndose las esenturas de creacin con las hi hipotecas
potecas hipotecas de cada uno, su capital y rditos anua-

' III.
Luego de recibido este anuncio pasoral
procurarn los venerables Curas-Prrocos cer cerciorarse
ciorarse cerciorarse de todos los feligreses que no hayan
recibido el Santo Sacramento de la Confirma Confirmacin,
cin, Confirmacin, formando una lista nominal de todos ellos,
por barrios, con la oportuna individuacin do
los que por su poca edad no deban prepararse
por medio de la confesin.
' IV. r
As mismo debern los Curas-Prrocos

instruir sus feligreses, especialmente los
confirmandos, padrinos y madrinas, de la ins institucin,
titucin, institucin, escelencia y preciossimos efectos do
este Santo Sacramento: de la disposicin ne necesaria
cesaria necesaria para recibirle dignamente: de los car cargos
gos cargos y parentesco espiritual que contraen los
padrinos con los ahijados y sus padres, y de
lodos los dems puntos pertenecientes est
Sacramento: interesando para el mismo objeto
el celo de los padres, cabezas de familia, due dueos
os dueos y dems superiores fin de que, unido el
cuidado pastoral del Prroco con el paternal
y familiar, produzcan mas opimos y copiosos
frutos.
"' : ' v.
Debiendo" ser cstraordnario el nmero do
fieles adultos que han d recibir el Santo Sa Sacramento
cramento Sacramento de la Confirmacin, y que debern
prepararse con el de la Penitencia; esperamos

de la fraternal unin que rema entre los Curas-Prrocos
y dems Sacerdotes, que procu procurarn
rarn procurarn auxiliarse mutuamente, con el fin de que
puedan aquellos despacharse con la mayor bre brevedad
vedad brevedad y menos molestias posibles, sin perjui-

vu estros u ren cas y necesidades y las doen

cas y enfermedades que os aquejan en jeneral

y en particular para socorrerlas oportunamen

te, procurndoos los remedios indispensables

so curacin.

Lista misma, sumisin y eficaz ayuda nos

prometemos sobre todo del venerable Clero

que, como primer objeto de nuestra solicitud,

lo ha de ser tambin de la santa visita. oso
tros, venerables y amados hermanos, por vues

tro elevado estado, sois el espejo en que se han
de mirar los dems. De vuestro arreglo pende

rpues por las que han ornamentos, alhajas, electos, censos, rentas y

io de.rancho3 anos Pandas que correspondan la fbrica de la
ar la de todo el Ohk- Iglesia, & las Cofradas, Hermandades v de-

II.

JLue?o oue el lnra-Parrnpn rpnhn I nr-I .

ciertamente el de todo el pueblo. Vosotros sois ticia del da de nuestro arribo i p7rr ,7, Caa Una fle 123 lndlca"

los Ministros "de! Seor, y como tales debis para la visita, que se le dar con la oportu- !-" y
promover a observancia de su divina ley, no na anticipacin, deber comunicara al Avnn. VII.

menos con las obras que con las palabras. A tamiento, Junta de visita, k cualquiera otral Tambin debern hallarse con 'anticipacin

voaoiro i wca ceiar ei oecoro oe su lempio, la Autoridad municipal de! pueblo, al Mayordo- en casa del venerable P. Cura todos los libros
pureza de su relijion, la reforma de las eos- mo de nbrica, los de las Cofradas v ITpi-. Pnrrnnnn! A nrA; nu.,:

tambres presentando el mejor ejemplo en to- mandades y dems que corresponda, los fines las escrituras de fundacion. de Capellanas or orcos
cos orcos vuestros procedimientos; pero ah, amados y efectos convenientes. ... t denadas en la propia Parroouia.fva cstn

.

cestanbrea; portja tan enariJo esta sea ona ie aqae aqae-I!lJ
I!lJ aqae-I!lJ ieas (tas toda el dhii rr.nnr mi Kn tpnfpr

na cbftsate cuando ae traa de esclarecera y analizarla es

cec'sano cir ca e;i ca ceaaictoa cabal j exacta, en
caar.o sea COSb'. T.i inatfad f pn(&mhri rnrtA

eo la amencia de la fuerza, de modo qae tero tas menos
T 1 V a mm. nt.U f j r e

...... v. vuanj cu.ct ieat vmai ia tuerzs. s
coitambrta suarea no es o mmo qae coitumbrea bec bec-caj:
caj: bec-caj: esta a inctajea el bien, aqellaa eaclajea fa fuerza; co co-tambre
tambre co-tambre istres tampoco ea lo mimo qie costambrea 133 133-ralet,
ralet, 133-ralet, que costombrea eonfurmea . la razn j 4 l justicia;
bo pocaa teces la inmoralidad es tambin tuaTe, porque an
da herma na Ja, no coa la fuerza, sino coa la seduccin y
la astocra. As ea qa h aaaTd de ccstnmbres conaate
en dirijir ti eipra del Eocibre, no por medio de la riolen riolen-cia
cia riolen-cia hecha il cuerpo, a'no por medio de razones endereza enderezadas
das enderezadas so entendimiento. 6 de cebos efrr !na i

ce; jr por esta la aaridad de eostambrea no es siempre
el reinado de la razn, pero ea siempre el reinado de los
espritus; por mis que estos sean no pocas teces esclavos
a las pasiones cea l3 cadenaa de oro que ellos mifinos
te labran. .
Supuesto que la suaridad de costaraSrea proviene de
que en el trato de los hombres sol se emplean la convic conviccin,
cin, conviccin, la persuasin 6 la stdaccic, ebro es que las socieda sociedades
des sociedades mas adelantadas, ea decir, aquellas donde la intelijen intelijen-cia
cia intelijen-cia hi llegado i gran desarrollo, deben participar mas me menos
nos menos do eta'suaTidad. Ea ellas la intejencia domina por porque
que porque e$ fuerte, as como la fuerza roaterul desaparece por porque
que porque el cuerpo se enerra. Ademas: en sociedades mnj ade adelantadas
lantadas adelantadas que por precisin acarrean mayor nmero de re relaciones
laciones relaciones y mayor complicacin de loa intereses, son nece necesarios
sarios necesarios aquellos medios que obran d un modo universal y
duradero, eieeda eJeais aplicables todos loa pormenores

de la tida. Eatos medios son sin difputi loa intelectuales

y morales: la mteifjencia obra ssn destruir, la fuerza se

estrena contra e! obstculo: o le remueve se hace peda

zos ella mrna; y h aqu en eterno manantial de pertur-

nacin que no pueoe eztiren ooa socieaan ce relacio relaciones
nes relaciones numerosas y complicadas, so pena de conrertrse esta

en en caos, y perecer.

Ln la infincia de las saciedades encontramos' siempre

nn lastimoso abuso de la fuerza. Nada mas natural: las

pas:onee alian con el'a porque se fe asemejan; son enY

jicas como la violencia, runas como el choque. Cuando las

sociedades han llegado a mucho desarrollo las pasiones se

divorcian de la fuerza y e enlazan con h nteljeocis, de

jan de ser violentas y se btcen astutas. Ln el primer caso.

son lo pueblos que luchan, ae hacen Ja guerra, se

combaten y se destruyen; en el segundo pelean con las ar

mssdft la industria, del comercio, del contrabando; si son

os gobiernos, se atacan, en el primer caso con ejrcitos.

con invasiores, en el segundo con notas; en ana poca los

guerreros lo son todo, en la clra no son nada: su papel no
puede ser de mucha importancia cuando en vez de pelear

se negocia.
Echando ona ojea la sobre la civilizacin antigua, se
neta desde luego una diferencia singular entre nuestra sua suavidad
vidad suavidad de costumbres y It tuya: ni griegos, ni romanos al alcanzaron
canzaron alcanzaron jams esta preciosa calidad en el grado que dis distingue
tingue distingue la civilizacin europea. Aquellos pueblos mas bien
te enervaron, que no se suavizaron, sus costumbres, pue pueden
den pueden llamarse muelles pero no suaves: porque hacan uso
de la fuerza siempre que ete uso no demandaba enerja
en el animo ni vigor en el cuerpo.
Es sobre manera digna de notarse esa particularidad
de la civilizacin antigua, sobre todo de la romana; y cite
fenmeno que primera vista pareco muy cstrauo, do de

ja de tener cansas profundas. A mas de la, principal que
ea la flta de un elemento suavizador cual ea el que han'
tenido los pueblos modernos, U caridad crislina. deseen-

uicuuo a s gunos pormenores encontraremos las razonea
de que co pudiese llezar establceme entrn loa

la verdadera suavidad de costumbres.

La esclavitu 1 que era uno de loa elemenine

voa de su organizacin domstica y social, era un eterno
obstculo para introducirse en aquellos pueblos esa pre pre-cioa
cioa pre-cioa calidad. El hombre oue

4 las murenas, castigando as con la ruuerte el haber que quebrado
brado quebrado un vaso; el que puede por un mero capricho quitar
la tida & uno de sus semejantes en medio de la algazara
de un festn, quien puede acostarse en un blando lecho
con los halagos de la voluptuosidad y el esplendor de la
mas suntuosa magnificencia. f.

hombres estn encerrado v amontonado en mnirni mK.

terrineos por su inters y por sus placeres, quien puede

c.uuiuar vt jcraiao ae tamos desgraciados que demandan
un bocado de pan para atravesar una nnrU rml mi

lazara las fatigas y los sudores del dia siguiente con los
sudores y fitisaa del dia aue dss. ese tal norfr tin.r rn.

lumbre mue.'les pero no suaves, su corszon podr ser co cobarde
barde cobarde pero no dejar de ser cruel. Y tal era cabalmente la
situacin del hombre libre en la sociedad niriia-'Bt. or

ganizacin era considerada como indispensable, otro r-

uva av cosas no se conceDia siquiera como posible.
' Quin removi ese obstculo? C, i T!e..

tonca aboliendo la esclavitud 'deanup A h

el trato cruel que se daba 4 los esclavos? Vanse los ca captulos
ptulos captulos xv. xvi. XVII. xvii r yiy ,? -.t,

las notas que ellos se relie ren. dnndA llalla femnatra-

da esta verdad coa razone y documentos incontestable.

LcrJinuara.)



-4-

tendr al menos la ventaja do poner en claro algunos

de los vicios esenciales de nuestra situacin econd
mica. ( Continuar.)

Fnerto-Rico 10 de XVoricmbrc.

RELACION de las mullas que han impuesto varios Alcal Alcaldes,
des, Alcaldes, Corregidores y Tenientes guerra en el mes de Se

tiembre prximo pasado por las causas que continuacin

se espresan.
Ps. Rs.

t. .......

i. ......

Juana Diaz.

Hilario Rodrguez, por una vana suelta

1). Florencio Pagan, por una novilla idem.
1). Juan Alejandro Laborde; por un toro dem
Matas Cintrn, por un potro dem

D. Crlos Gordon, por un caballo idem

D. Vicente Zambrana, por una potranca dem
D. Juan Oliva, por un buey dem-

francisca lorres, porua ternera dem

Julin, esclavo de D. Ramn Nazario, id. id.
Al jornalero Juan Bautista Acosta, por haberle
pegado dos bofetadas un muchacho, fue
multado en ocho pesos, y no teniendo con
que pagarlos sufri ocho das de crcel. -D.
Domingo Franceschi, por un ternero suelto
n ?j

francisco uernus, por una yegua iuem
Manuel Pagan, por idem dem

Hilario Rodrguez, por un buey idem

Al jornalero Manuel Jorje, por faltas repetida
la ronda de campo, se le mult en cuatro
pesos, y por no tener con que satisfacerla su sufri
fri sufri cuatro dias de crcel.
Al jornalero Jos Monserrate Zambrana, por
haber injuriado de palabras & . Jos Norat,
se le mult en ocho pesos, y por no tener
eon que pagarlos sufri ocho dias de crcel.
Polonia Nuez, por una yegua suelta.
D. Francisco Rivera, por idem idem
Francisco Colon, por haber alquilado traba trabajar
jar trabajar & un esclavo sin licencia de su dueo
Tercera parte de la multa de seis pesos impues impuesta
ta impuesta D. Francisco Borras, por habrsele apre aprehendido
hendido aprehendido un esclavo sin licencia, habindose
aplicado las otras dos terceras partes esta
Alcalda-Correjimiento y al aprehensor
Jenaro Guzman, por faltas repetidas & la ron ronda
da ronda de campo, se mull en cuatro pesos, y no
teniendo con que pagarlos sufri cuatro dias
de crcel.''.". y 'y
D. Tomas Salomn, por un buey suelto
.. Tercera parte de la malta de seis pesos impues impuesta
ta impuesta al encargado de la hacienda (Jrsulita por
habrsele aprehendido un esclavoNsin licen licencia,
cia, licencia, habindose aplicado las otras dos terce terceras
ras terceras partes esta Alcalda-Correjimiento y
i al prehensor
D. Jos Mara Torres, por un caballo suelto
Juan Isidro Cofi, por una yegua idem
D. Santos Santiago, D. Juan Oliva, D. Juan Airae Airae-rich,
rich, Airae-rich, D. Acacio Torres, D. Antonio Catoni,
D. Pablo Petit, D. Manuel Vzquez, D, Mi Miguel
guel Miguel Rodrguez y Sres. Diego Esbri y com compaa;
paa; compaa; estos nueve individuos fueron multa multa-'
' multa-' dos en cuatro pesos cada uno por faltas en
las pesas de sus establecimientos de pulpera.
. D. Jos Felipe Ortz, por un caballo suelto
Julin Rodrguez, por una yegua idem
Diego, esclavo de la hacienda Ursulita, por un
buey idem
D. Valentn Molinas, por idem idem
' farro.
D. Jaime Bou, por un caballo suelto
' Juan Torres, por desobediente su comisario
del barrio, fue multado en
Jos Vzquez. Dor haber ofendido de palabras

U. Feliciano Lorenzana, y por ser insol-
vente sufri dos dias de arresto.
Juan Ortz, por desobediente las rdenes su-
V perores, fue multado en.
Juan de la ruz Ortz, por desatender las r r-.
. r-. denes superiores resistindose matricular
de jornalero, y por ser insolvente sufri dos
das de crcel.
D' Josefa Torres, por una yegua suelta

D. Juan Luna, por falta de polica t
Flix Daz, liberto, por falta de respeto al co comisario
misario comisario del barrio, y por ser insolvente su-
fri dos dias de crcel.
Estvan Melendez, por encontrarse n la po po-;
; po-; : blacon en dia de trabajo, siendo jornalero,
sufri un da de crcel.
Mara de Jess Acevedo, fue espulsada de la
poblacin por amancebada pblica.
Nicols Vzquez, por haber injuriado de pala palabras
bras palabras l). Luis Burgos, y ser insolvente, su sufri
fri sufri dos dias de arresto.
D. Francisco Espaa, por haberse nombrado en la
, guardia de la crcel al preguntarle el quien
!.; vive y responder ser el Teniente guerra,
y por insolvente sufri dos dias de arresto.
D. Pedro Rodrguez, por haber nacido un nio en
su casa y no dar cuenta la Tenencia 4
- uerra,' segn est ordenado
'Aniceto Ramos, por haber faltado al comisario

-de su barrio, y ser jornalero, sufri dos dias
. de arresto. s
Juan de la Cruz Torres, por haber faltado la
.' verdad en su papeleta de jornalero, sufri dos
dias de trabajo, quedando amonestado.
. Yabucoa.
I). Juan N. Surillo, por cinco bestias sueltas .... 5

O
O
O
O
O
O
O
O
O

O
O
O
,0

O
O

4 O

2 O

1- O

O
O
O

36
1
1
1
1

O
O
O
O
O

1 O
3 O

4 O

O
O

2 O

Juan P. Rodrguez, por falto la patrulla, su sufri
fri sufri un dia de crcel por su insolvencia.
Roberto de la O, Juan Nuuez, Francisco Bur Burgos,
gos, Burgos, Tomas Maldonado y Jos Paulino San Santiago,
tiago, Santiago, por la misma causa, sufrieron igual
pena.
Luciano Lan, por correr caballo, sufri seis
dias de crcel por insolvente.
Juan Domingo Nieves, vecino de San Loren Lorenzo,
zo, Lorenzo, por transitar sin licencia, y encontrarse
brio, fue multado en
Pedro, Simn, Valentn y Valerio Navarro,
Pedro Mulero, Mximo Claudio, Juan Do Domingo
mingo Domingo Nieves y Gregorio Martnez, por ha hallarse
llarse hallarse sin licencia, siendo vecinos de San Lo Lorenzo,
renzo, Lorenzo, insolventes, se remitieron aquella
autoridad para su correccin. v
Ramn Andujar, por haber ido a San Lorenzo
sin licencia y ser insolvente, sufri cuatro
dias de crcel.
D. Ramn Lebrn, por tres reses sueltas
D. Francisco Delgado, por una yegua y una po potranca
tranca potranca idem
Jernimo Rodrguez, por una iden idem

D. Juan de la Cruz Vzquez, por falto la patrulla.

D. Faustino Cntron, por un novillo suelto

. Fernando Cos. por tener en su casa una mujer
de estraua jurisdiccin, y no haber dado par parte
te parte la autoridad.
Jos Mara Burgos, por una vaca suelta..

D Mara Cintrn, por un caballo idem

D. Laureano Quiones, por tener en su casa un

individuo de estraa jurisdiccin, y no haber
J I dado parte la autoridad
Valerio, esclavo, por una yegua suelta-
Ramn Montezuma, per consentir un jornale

ro alquilado sin libreta

4 O

3 O

1
.1
O
i

4
1
1

4
1

4
O
4
O

O
O
O

O
O

i

4 O

BOLETIN MUNICIPAL.

DIPUTACIONES DEL EXC!I(UYUNTAM!ENTO EN EL MES.
Polica.

BlBHIO SI SAW FmWCISCO r 1At.-! n

, r Sahta Bahbaba.5 "J""".

Bakbio sk Saitto Domutbo ? p .. n . n.j:i-

T Sas Jcak 5 J
Aiuxbhado. El Rq'iJor, D. Pedro Rizzo,
Hospital El idem, D. Francisco Barros.
Yacuha. El idem, D. Bartolom Puigdbllers.
Abasto publico.
Dipdtado di PtAZA. El Rejidor, D. Juan Isarn.
Iubm di Cabicicetia. El dem, D. Luis Bufill.

i .
Precio de la carne.
VUrne 9. A 15 y 10 maraveds la libra.
Sbado 10. 'A 15 y 16 maraved la libra.
Mdico de mes, Lic. D. Ramn Dapena.
Practicante de idem. D, Jos Rivera Granados.

SUBASTAS.

JJVTA DIRECTIVA
de Caminos y Canales.

Habindose concluido los trabajos preliminares para

emprender la obra del canal proyectado con objeto de unir

el cano de uatano con el no de Uayamon, facilitar las co

municaciones con los pueblos de la costa del Norte y algu-

nos aei interior y evitar ios peligros a que noy se esponen
los que transitan por la baha y boca de Palo-seco, se ha
servido resolver el Exmo. Sr. Capitn Jeneral que se anun

cie al publico esta importante empresa para que las perso

as que quieran tomarla su cargo por la retribucin que

pidan si se estimare regular y justa, se presenten al Secre

tao que suscribe para enterarse de los planos y dems

datos necesarios, & fin de exibir en el temno de un mes

sus proposiciones escritas en pliegos cerrados: en la inte

lijenca de que en la primera sesin que celebre la Junta

Directiva de Uaminos despus de vencido el plazo indica

do se veriear la apertura de dichos pliegos y no se ad

mitirn otras proposiciones sino por virtud de nueva con

vocatoria si se estimare conveniente. Puerto-Rico 26 de

Octubre de 1849.--Francisco Burguillos. 5

Juzgado de 1? instancia de esta capital. Por auto del

da de aygr recado a consecuencia de exorto del Juzgado de
primera instancia de Humacao, en las dilijencias de cumpli

miento de la superior determinacin dictada en la causa crimi

nal seguida al esclavo Gabriel buza, se manda anunciar de

nuevo su venta en publica subasta el da doce del corriente,

las dos de la tarde, en las puertas del Juzgado, siendo su pre-

co, segn latsaciuo uo peruus, ia uaiuiuau uc trescientos pesos,
Y fin de que concurran Imitadores hacer proposicio proposiciones
nes proposiciones el dia sealado, ponemos el presente. Puerto-Kico O de

Noviembre de 1 849. Julin Molina Mauricio Guerra. 2

Juzgado de Ia instancia de esta capital En las dilijen dilijencias
cias dilijencias qne so practican para cumplimentar la resolucin su superior
perior superior recada en la causa criminal quo se sigui al escla esclavo
vo esclavo Juan Tomas Garca, se manda por auto del Sr. Juez
de' 1 instancia"de esta Capital, de este dia, proceder la
venta de dicho siervo, dando los pregones ordinarios los
dias 9, 12 y 15 del corriente, las dos de la tarde, y en las
puertas del Tribunal. Puerto-Itic 6 de Noviembre de 1843.

Julin Molina. Mauricio Guerra. 2

celebrada la noche del 10 de Octubre, fue nombrada la Junta
Directiva compuesta de los vocales siguientes.
Propietarios. Suplentes.
Fn un'' d Sr Manuel D-Francisco Va83aII-'
I. vocal, D.Pedro Guarch. D. Jos" Jess Goenaa,

2. D. Bartolom Elzahuru. D. Jos Vinals.

D. Juan Bautista Sampayo.
D. Ignacio Guasp. ; -D.
Jos Gregorio Hernndez.
D. Jos Escut.

3.9 i). Sebastian Guasch.

4. D. Antonio de Aubarede.
5. D. Nicasio Via.
Secretario, D.Jos Guiller-
meti. ;

La Junta Directiva se instal el 29 de Octubre por la
noche. ,
-
La Junta Directiva de la CompaOa del vapor de Catana,
acord anoche en su primera sesin anunciar al pblico que
los que quieran mejorar las proposiciones hechas para la cons construccin
truccin construccin de un bote de vapor destinado al trfico de la baha,
presenten las suyas en el trmino de ocho dias en la Secreta Secretara
ra Secretara de l Superintendencia, donde estarn aquellas de mani manifiesto
fiesto manifiesto para los que gusten verlas.
Puerto-Rico 30 de Octubre de 1849. El Secretario, Jos
Guilkrmety. . r 3 ;

AVISO A LAS CLASES PASIVAS.
Habiendo dispuesto la Superintendencia que desd el dia

trece se proceda al pago de ios haberes de todas las clases de devengados
vengados devengados en fin de Octubre ltimo, se hace saber las nasivas

se presentarn 4 percibir sus asignaciones de las once de la ma

ana a las dos de la tarde en los siguientes,

''T Dia 13. J i"' '.'
, Monte-po militar. ,
: Ilia 14. 7. .
Monte-pi de Cirujanos. .;.. t i
Id. de Ministros. , ;
, Id. de Oficinas, ; ;
Keales Mercedes.
Dia 15.
Pensionistas y empleados emigrados de otras provincias.
Impuesto sobre el cacao.
Manda-pa Relijiosa. ' '
Empleados cesantes y jubilados.
Dia 16.
Militares retirados dispersos.
Contadura nrncioal de Puerto-Rico 8 de NnvemhrA

de 1849. Moreno Lpez. 1"

ANUNCIOS OFICIALES.

COMPAIA DEL VAPOR DE CATAO.
En la Junta jeneral de accionistas del vapor de Calaa,

. .ISe.il Stibdcles'ncion tic Farmacia.
Esta Real Junta tiene examen pblico de elementos de
Qumica el dia 15 del prximo entrante Noviembre, en el si sitio
tio sitio v la hora de costumbre, siendo el examinando el alum alumno
no alumno farmacutico D.Juan Demetrio Martn, Vecino de Maya Maya-ges.
ges. Maya-ges. Y se avisa al pblico, como invitacin para la concurren concurrencia.
cia. concurrencia. Puerto-Rico 31 de Octubre de 1849, -El Vocal Secreta Secretario,
rio, Secretario, Ldp. Juan A, Mendia. ;, 3
Por acuerdo y decreto de este dia, recado en el espe espediente
diente espediente de matrcula del alumno D. Joaqun Hemeterio
AvendaBo, se sllala ste el sbado 10 de los corrientes,
para que en el sitio y la hora de costumbre, concurra
sostener exSmen pblico del cuarto curso, sea Farmacia
prctica. Puerto-Rico 1. de Noviembre do 1849. El Vo Vo-cal
cal Vo-cal Secretario, Ldo. Juan Jl. Mendia. 2
- Secretaria d la Juntare visita, de TrvjUlo-allo. Ha Habiendo
biendo Habiendo dispuesto la Junta de visita de ente mhlr n a.

sion del 27 del me prximo pasado se saque nuevamente

pumita luoasia la oora ce la iglesia de esto pueblo, do
maderas y azotea. DresuDUestad en fi nnd na u a

inserte en la Gaceta del Gobierno, convocando licitadores

en ios oas oei presente, J. y 3 del prximo Diciem Diciembre,
bre, Diciembre, en la casa del Rey de este nuehlo. fi ln Anr Ha

respectivas maSanas. Y se avisa al pblico para que loa
que gusten hacerse carero de la eBnrenarU nhm a

quen en los mencionados dias hacer las proposiciones
que gusten que sern admitidas siendo lnlaa TVm inc

ali 2 de Noviembre de 1849 Justo Snchez. Secretario-

Tenencia guerra de JJartanauitas fii5nHn

cante el destino de propagador de vacuna de este pueblo,
cuya dotacin es la de setenta neaos amiAl. WA ...

ber al pblico para que los que quieran optar dicho des-

. r...vHivU Mii un tibu ub mi presiaenuis,
habilitado comoetentementa. hienr nrAnmMnn.. n...

ranquitas 31 de Octubre de 1 849. Francisco Carreras ,3

1MIL M5T mu.

urina 1.0 ilnl nrrcrntn moa & loo

9 UU UCJ
da, so verificar el Sorteo cstraordinano n nmero
mero nmero 20, cu. celebridad del. augusto dia do
S. M. nuestra Seora (Q. D. G.), cerrndoso

a venia no Dincr.es a las oeno do la maana en
a Rccentora do la Cnnr! v Ua ai

mismo dia en d espendi do esta Direccin.
Puerto-Rico 5 do Novicmbro do 1819.

Liaivo. o

liaprcnta tic! Gobierno.



Full Text
xml version 1.0 encoding UTF-8 standalone no
fcla fda yes
!-- Gazeta de Puerto Rico ( Newspaper ) --
METS:mets OBJID AA00023800_01599
xmlns:METS http:www.loc.govMETS
xmlns:xlink http:www.w3.org1999xlink
xmlns:xsi http:www.w3.org2001XMLSchema-instance
xmlns:daitss http:www.fcla.edudlsmddaitss
xmlns:mods http:www.loc.govmodsv3
xmlns:sobekcm http:digital.uflib.ufl.edumetadatasobekcm
xmlns:lom http:digital.uflib.ufl.edumetadatasobekcm_lom
xsi:schemaLocation
http:www.loc.govstandardsmetsmets.xsd
http:www.fcla.edudlsmddaitssdaitss.xsd
http:www.loc.govmodsv3mods-3-4.xsd
http:digital.uflib.ufl.edumetadatasobekcmsobekcm.xsd
METS:metsHdr CREATEDATE 2014-08-21T15:39:11Z ID LASTMODDATE 2014-06-05T14:08:03Z RECORDSTATUS COMPLETE
METS:agent ROLE CREATOR TYPE ORGANIZATION
METS:name UF,University of Florida
OTHERTYPE SOFTWARE OTHER
Go UFDC FDA Preparation Tool
INDIVIDUAL
UFAD\renner
METS:dmdSec DMD1
METS:mdWrap MDTYPE MODS MIMETYPE textxml LABEL Metadata
METS:xmlData
mods:mods
mods:classification authority lcc ISSN RECORD
ddc edition 15 070
mods:accessCondition This item is presumed to be in the public domain. The University of Florida George A. Smathers Libraries respect the intellectual property rights of others and do not claim any copyright interest in this item.
mods:genre sobekcm newspaper
marcgt newspaper
mods:identifier type OCLC 829938788
LCCN 2013201074
ISSN 2327-3143
ocn829938788
mods:language
mods:languageTerm text Spanish
code iso639-2b spa
mods:note dates or sequential designation Began in 1806?
After the change of sovereignty in 1898, briefly published by the government of the United States.
funding Funded by NEH in support of the National Digital Newspaper Project (NDNP), NEH Award Number: Project #00110855
mods:originInfo
mods:place
mods:placeTerm marccountry pr
mods:dateIssued November 10, 1849
marc point start 1806
end 19uu
mods:frequency Daily (except Sunday)[1823-]
marcfrequency daily
normalized irregular
mods:recordInfo
mods:recordIdentifier source AA00023800_01599
mods:recordCreationDate 130313
mods:recordOrigin Imported from (OCLC)829938788
mods:recordContentSource University of Florida
marcorg DLC
eng
OCLCQ
mods:languageOfCataloging
Spanish
spa
mods:descriptionStandard rda
mods:relatedItem series
mods:part
mods:detail Enum1
mods:caption 1849
mods:number 1849
Enum2
November
11
Enum3
10
10
mods:titleInfo
mods:title Gazeta de Puerto-Rico
alternative displayLabel Alternate title
Gaceta de Puerto-Rico
mods:typeOfResource text
DMD2
OTHERMDTYPE SOBEKCM SobekCM Custom
sobekcm:procParam
sobekcm:Aggregation ALL
IUF
NDNP
sobekcm:Wordmark UFPKY
NEH
CHRAM
sobekcm:Tickler NDNP2013
sobekcm:bibDesc
sobekcm:BibID AA00023800
sobekcm:VID 01599
sobekcm:EncodingLevel 7
sobekcm:Source
sobekcm:statement UF University of Florida
sobekcm:SortDate 675281
sobekcm:serial
sobekcm:SerialHierarchy level 1 order 1849 1849
2 11 November
3 10 10
METS:amdSec
METS:digiprovMD DIGIPROV1
DAITSS Archiving Information
daitss:daitss
daitss:AGREEMENT_INFO ACCOUNT PROJECT UFDC
METS:techMD TECH1
File Technical Details
sobekcm:FileInfo
METS:fileSec
METS:fileGrp USE reference
METS:file GROUPID G1 JP21 imagejp2 CHECKSUM 34aa8dc9cf80c8d50fa560af769327a1 CHECKSUMTYPE MD5 SIZE 4387535
METS:FLocat LOCTYPE OTHERLOCTYPE SYSTEM xlink:href 0554.jp2
G2 JP22 538d1eaf653549690db7fdb8b56e02e8 4328630
0556.jp2
G3 JP23 d8b034d27a9812dcc3bf75bfb5cb0132 4362626
0557.jp2
G4 JP24 28d4526b8395da999aa9132ee715c6fe 4373460
0559.jp2
archive
TIF1 imagetiff 8d7e08824fad5d4c8026e8a9c0a7aeda 35083801
0554.tif
TIF2 d2d4442fc2c4f79dcb5da6bc2aa1ddaf 34612703
0556.tif
TIF3 77787f47a17421964e29a1e8501eba22 34891828
0557.tif
TIF4 926bd61073eca33e7580e9445b48a987 34956937
0559.tif
TXT1 textplain 5308e81af6bfa3a60a7fd89445b3fe59 10582
0554.txt
TXT2 ed13d4bb14c792a47cc6aa21ac2b3fe2 16373
0556.txt
TXT3 c4ed40a41d14c44b9f360e5e97c80548 14566
0557.txt
TXT4 681412f384fbab3d5fbf36c4e78ea378 15115
0559.txt
ALTO1 unknownx-alto d6181e526b8809eebdf91a0f17d26bd5 329146
0554.alto
ALTO2 c203bf54c1271f1eacf57d14de463173 527687
0556.alto
ALTO3 5aee5f9ce4d37f62c0c5fb66cff55cd1 443418
0557.alto
ALTO4 28bf6fb4d5b54dfd77115fa7691dca1f 484068
0559.alto
METS1 unknownx-mets 0e2f7aa0f17566a21002e675f872a5bd 8093
AA00023800_01599.mets
METS:structMap STRUCT1 physical
METS:div DMDID ADMID Puerto-Rico ORDER 0 main
PDIV1 Main
PAGE1 Page
METS:fptr FILEID
PAGE2
PAGE3
PAGE4 4
STRUCT2 other
ODIV1
FILES1