<%BANNER%>
HIDE
 Half Title
 Title Page
 Main body
 Indice del tomo Quinto


DLOC UFLAC



xml version 1.0 standalone yes
Volume_Errors
Errors
PageID P2
ErrorID 1003
ErrorText LZW: Entire document
P762
4


PRIVATE ITEM
Digitization of this item is currently in progress.
Revista de la Universidad de Buenos Aires
ALL VOLUMES CITATION THUMBNAILS PAGE IMAGE ZOOMABLE
Full Citation
STANDARD VIEW MARC VIEW
Permanent Link: http://ufdc.ufl.edu/AA00013094/00005
 Material Information
Title: Revista de la Universidad de Buenos Aires
Physical Description: v. :ill. ;27 cm.
Language: Spanish
Creator: Universidad de Buenos Aires
Publisher: La Universidad,
Place of Publication: Buenos Aires
 Subjects
Genre: serial   ( sobekcm )
 Notes
General Note: Description based on: t. 41, no. 142 (July/Sept. 1919) Series 1 in 2 parts: Artículos originales; Actos y documentos officiales Vols. for 1904-31 called also año 1-29 and no. 1-158; ser. 4, v. 3-13 (July 1948-53) called also ser. 4, no. 7-18, no. 337-52, and año 44-49.
General Note: 1924-25 in sections 1-8; 1926-31 in sections 3-8.
General Note: Publication suspended Nov. 1931-June 1943.
General Note: Text in Spanish with summaries in English and French. Vol. 1-51, 1904-23, in ser. 3, v. 1; ser. 4, v. 1-9, 1947-51, in ser. 4, v. 9 pt. 2. Section 1-2, 1924-25, superseded by the University's Archivos, v. 1, 1926. Universidad de Buenos Aires. Archivos de la Universidad de Buenos Aires (boletín informativo de la Revista de la universidad)
 Record Information
Source Institution: University of Florida
Holding Location: UF Latin American Collections
Rights Management: All rights reserved by the source institution.
Resource Identifier: aleph - 21176032
oclc - 01537609
System ID: AA00013094:00005

Table of Contents
    Half Title
        Page 1
        Page 2
    Title Page
        Page 3
        Page 4
    Main body
        Page 5
        Page 6
        Page 7
        Page 8
        Page 9
        Page 10
        Page 11
        Page 12
        Page 13
        Page 14
        Page 15
        Page 16
        Page 17
        Page 18
        Page 19
        Page 20
        Page 21
        Page 22
        Page 23
        Page 24
        Page 25
        Page 26
        Page 27
        Page 28
        Page 29
        Page 30
        Page 31
        Page 32
        Page 33
        Page 34
        Page 35
        Page 36
        Page 37
        Page 38
        Page 39
        Page 40
        Page 41
        Page 42
        Page 43
        Page 44
        Page 45
        Page 46
        Page 47
        Page 48
        Page 49
        Page 50
        Page 51
        Page 52
        Page 53
        Page 54
        Page 55
        Page 56
        Page 57
        Page 58
        Page 59
        Page 60
        Page 61
        Page 62
        Page 63
        Page 64
        Page 65
        Page 66
        Page 67
        Page 68
        Page 69
        Page 70
        Page 71
        Page 72
        Page 73
        Page 74
        Page 75
        Page 76
        Page 77
        Page 78
        Page 79
        Page 80
        Page 81
        Page 82
        Page 83
        Page 84
        Page 85
        Page 86
        Page 87
        Page 88
        Page 89
        Page 90
        Page 91
        Page 92
        Page 93
        Page 94
        Page 95
        Page 96
        Page 97
        Page 98
        Page 99
        Page 100
        Page 101
        Page 102
        Page 103
        Page 104
        Page 105
        Page 106
        Page 107
        Page 108
        Page 109
        Page 110
        Page 111
        Page 112
        Page 113
        Page 114
        Page 115
        Page 116
        Page 117
        Page 118
        Page 119
        Page 120
        Page 121
        Page 122
        Page 123
        Page 124
        Page 125
        Page 126
        Page 127
        Page 128
        Page 129
        Page 130
        Page 131
        Page 132
        Page 133
        Page 134
        Page 135
        Page 136
        Page 137
        Page 138
        Page 139
        Page 140
        Page 141
        Page 142
        Page 143
        Page 144
        Page 145
        Page 146
        Page 147
        Page 148
        Page 149
        Page 150
        Page 151
        Page 152
        Page 153
        Page 154
        Page 155
        Page 156
        Page 157
        Page 158
        Page 159
        Page 160
        Page 161
        Page 162
        Page 163
        Page 164
        Page 165
        Page 166
        Page 167
        Page 168
        Page 169
        Page 170
        Page 171
        Page 172
        Page 173
        Page 174
        Page 175
        Page 176
        Page 177
        Page 178
        Page 179
        Page 180
        Page 181
        Page 182
        Page 183
        Page 184
        Page 185
        Page 186
        Page 187
        Page 188
        Page 189
        Page 190
        Page 191
        Page 192
        Page 193
        Page 194
        Page 195
        Page 196
        Page 197
        Page 198
        Page 199
        Page 200
        Page 200a
        Page 201
        Page 202
        Page 203
        Page 204
        Page 205
        Page 206
        Page 207
        Page 208
        Page 209
        Page 210
        Page 210a
        Page 211
        Page 212
        Page 213
        Page 214
        Page 215
        Page 216
        Page 217
        Page 218
        Page 219
        Page 220
        Page 221
        Page 222
        Page 223
        Page 224
        Page 225
        Page 226
        Page 227
        Page 228
        Page 229
        Page 230
        Page 231
        Page 232
        Page 233
        Page 234
        Page 235
        Page 236
        Page 237
        Page 238
        Page 239
        Page 240
        Page 241
        Page 242
        Page 243
        Page 244
        Page 245
        Page 246
        Page 247
        Page 248
        Page 249
        Page 250
        Page 251
        Page 252
        Page 253
        Page 254
        Page 255
        Page 256
        Page 257
        Page 258
        Page 259
        Page 260
        Page 261
        Page 262
        Page 263
        Page 264
        Page 265
        Page 266
        Page 267
        Page 268
        Page 269
        Page 270
        Page 271
        Page 272
        Page 273
        Page 274
        Page 275
        Page 276
        Page 277
        Page 278
        Page 279
        Page 280
        Page 281
        Page 282
        Page 283
        Page 284
        Page 285
        Page 286
        Page 287
        Page 288
        Page 289
        Page 290
        Page 291
        Page 292
        Page 293
        Page 294
        Page 295
        Page 296
        Page 297
        Page 298
        Page 299
        Page 300
        Page 301
        Page 302
        Page 303
        Page 304
        Page 305
        Page 306
        Page 307
        Page 308
        Page 309
        Page 310
        Page 311
        Page 312
        Page 313
        Page 314
        Page 315
        Page 316
        Page 317
        Page 318
        Page 319
        Page 320
        Page 321
        Page 322
        Page 323
        Page 324
        Page 325
        Page 326
        Page 327
        Page 328
        Page 329
        Page 330
        Page 331
        Page 332
        Page 333
        Page 334
        Page 335
        Page 336
        Page 337
        Page 338
        Page 339
        Page 340
        Page 341
        Page 342
        Page 343
        Page 344
        Page 345
        Page 346
        Page 347
        Page 348
        Page 349
        Page 350
        Page 351
        Page 352
        Page 353
        Page 354
        Page 355
        Page 356
        Page 357
        Page 358
        Page 359
        Page 360
        Page 361
        Page 362
        Page 363
        Page 364
        Page 365
        Page 366
        Page 367
        Page 368
        Page 369
        Page 370
        Page 371
        Page 372
        Page 373
        Page 374
        Page 375
        Page 376
        Page 377
        Page 378
        Page 379
        Page 380
        Page 381
        Page 382
        Page 383
        Page 384
        Page 385
        Page 386
        Page 387
        Page 388
        Page 389
        Page 390
        Page 391
        Page 392
        Page 393
        Page 394
        Page 395
        Page 396
    Indice del tomo Quinto
        Page 397
        Page 398
        Page 399
        Page 400
Full Text




















REVISTA DE LA UNIVERSIDAD
DE
BUENOS AIRES




















































A







REVISTA

DE LA



UNIVERSIDAD

DE

BUENOS AIRES


Publicada por orden del Consejo Superior de la Universidad


DIRECTOR: RODOLFO RIVAROLA


ANO III TOMO V














BUENOS AIRES

Direeei6n y Adrninist~rei6n
430 VIAMONTE 430
1906



















v5



LATIN
tMER IC






Buenos Aires


Imprenta DIDOT de Felix Lajouane & C.', Peru 143, Buenos Aires








REVISTA DE LA UNIVERSIDAD
DE
BUENOS AIRES







VEINTE ANOS EN EL RECTORADO





El primer dia del mes corriente (Marzo), el Dr. D. Leopoldo
Basavilbaso, ante una numerosa reunion de acad6micos y profe-
sores, puso en posesi6n de su cargo al Rector electo, Dr. D. Eufe-
mio Uballes. El Rector saliente, con palabra serena y tranquila,
encomi6 los m6ritos y cualidades del nuevo Rector de la Univer-
sidad. Este filtimo, con muestras de sincera modestia, decline de
su persona el honor que importaba la elecci6n, atribuy6ndolo A
una deferencia de los electores hacia la Facultad de Ciencias Md-
dicas, al llamar A su Decano para regir los destinos de la Univer-
sidad, y decline asimismo toda exposici6n de ideas y program
de su acci6n future, refiri6ndose, en cuanto A las primeras, Alas
que ha emitido durante su permanencia de algunos anos en el
Consejo Superior, y en cuanto al segundo, A lo que propondra
y harA en el desempeno de su cargo.
El acto podria pasar sin mayor notoriedad en la vida adminis-
trativa de la instituci6n, 6 por lo menos sin mAs notoriedad que
la que importa el cambio regular y peri6dico de su direcci6n.
Pero el Rector saliente dejaba el cargo A los veinte anos de haber-
lo asumido por primer vez como titular, a los que precedieron
algunos meses como Vicerector, por muerte del Dr. Avellaneda,
su primer Rector. Esta circunstancia no podia dejar de causar y
causaba en muchos de los presents la emoci6n de la despedida.
Aquel hombre habia prestado A la Universidad todas las energies
de la edad viril, con los mejores afios de su existencia, y se reti-
raba despues de realizada una magna obra, merced A la constan-






REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


cia, a la inteligencia, A la prudencia y g las altas cualidades de
espiritu y de caracter, obra no bien conocida y apreciada, por la
ligereza propia de nuestros juicios, dentro y fuera de la Universi-
dad, que es fAcil hacer historic hablando con la impresi6n del mo-
mento y formular los fallos definitivos segrin vengan rApidamente
a la lengua. Pero el historiador honrado y de recta conciencia
compulsa escrupulosamente todos los documents y no avanza un
juicio mientras no conoce un asunto en todos sus aspects y ha
visto todos sus antecedentes.
El Dr. Basavilbaso observe fielmente la presentaci6n de las
Memorias anuales al Ministerio de Instrucci6n PIblica desde 1886
hasta la fecha. Alli estA, si no la historic, por lo menos su fuente,
que con los demAs documents del archivo de la Universidad, sirve
para estudiarla, y comprobar los enormes progress realizados
por la instituci6n, en todas sus Facultades, desde aquella 6poca.
La historic de la Universidad provincial" y national en la 6poca
precedent, fud escrita por los primeros secretaries que el Dr. Ba-
savilbaso llev6 A su lado: el Dr. Norberto Pifero, como Secretario
General de la Universidad y el Dr. Eduardo L. Bidau, como Pro-
secretario de la misma. Ellos comenzaron tambidn la publicaci6n
de los Anales de la Universidad, A los cuales ha sucedido esta
REVISTA.
Las Memorias indican para los que no lo conocen de visu, todo
cuanto ha requerido el progress de la ciencia y de la ensenanza y
cuanto se ha hecho para colocar A la Universidad en el alto nivel
en que hoy se encuentra.
Una idea fundamental se revela fiel P invariablemente en el
espiritu y en la conduct del Rector durante los veinte afios: la
Universidad es una, y no una agrupaci6n inorganica de diversos
institutes. En la Memoria del Rector, correspondiente al aflo 1886,
se lee: (,Bajo el regimen adoptado, las Facultades deben estrechar
sus relaciones, ayudarse mutuamente y cooperar a que los estu-
dios adquieran mayor fuerza y dignidad. Forman ellas un s6lo
cuerpo universitario y un mismo interns debe animarlas para que
unidas dirijan sus esfuerzos comunes al adelanto de la ciencia y
de la ensefianza superior. Este sentimiento de solidaridad en el
progress de la instituci6n universitaria debe ser inculcado por el
Consejo Superior)). El Dr. Basavilbaso se mantuvo tan fiel A, este
principio, que quien revisara una por una las actas de las sesio-







VEINTE ANOS EN EL HECTORADO


nes del Consejo, lo hallaria invariablemente aplicado y practicado
dia por dia A todas las cuestiones capitals 6 de detalle que se
han discutido 6 resuelto en el Consejo Superior en el largo period
de su direcci6n.
No fu6 este el sentimiento dominant on las Facultades, y se-
riajustificado pensar que sin tanta consecuencia y fidelidad al
principio de la unidad universitaria, y sin tanta energia puesta a
su servicio, no existiria hoy la Universidad Nacional de Buenos
Aires: tendriamos sus Facultades 6 escuelas dispersas, quizAs en
competencia en la mayor facilidad para la emisi6n de titulos pro-
fesionales, que es el resultado 16gico y natural de la separaci6n.
IIa perseverado en las Facultades el poder de resistencia al prin-
cipio, y la tendencia al aislamiento, en el cual sentido la Facultad
de Derecho y Ciencias Sociales ha dado la nota mas alta, llegando
A formular express y oficialmente el principio contrario.
Es al predominio de esta iltima idea, contraria A la sustentada
por el Rector, que puede en parte atribuirse el caracter de eminen-
temente profesionales y de poco cientificas que han tenido las Fa-
cultades que dan titulos de profesiones lucrativas en nuestra Uni-
versidad. Si se tiene en vista la ciencia por la ciencia, no hay cono-
cimiento alguno con derecho A llamarse aut6nomo 6 independiente
de los demas. Es impossible entonces separar las ciencias juridicas
de las biol6gicas, las matemAticas de la metafisica, esta iltima de la
psicologia y cualquiera de ellas de la sociologia, que A su vez vive
de la historic. No hay linea que deslinde infranqueablemente un
conocimiento de otro conocimiento. En cambio, si s6lo se aspira A
la preparaci6n de profesionales, el abogado picapleitos puede
prescindir hasta del conocimiento, por superficial que sea, no
digo de las ciencias biol6gicas, sino tambi6n de la filosofia y de la
historic: le basta saber el c6digo y la jurisprudencia de los tri-
bunales!
El espacio de este moment es breve para profundizar este
punto y estudiar la acci6n respective del Consejo Superior, diri-
gida por el Dr. Basavilbaso, y de las Facultades en el constant
debate entire la unidad y la autonomia, representando aquella la
ciencia y esta la profesi6n. A la acci6n de la primer se debe la
fundaci6n de la Facultad de Filosofia y Letras, preconizada por
el Dr. Basavilbaso en muchas de sus Memorias, hasta que logr6
fundarla en 1896. Era este un triunfo de la unidad y de la ciencia,






REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


porque se incorporaba A la vida universitaria un institute sin
promesas de una profesi6n lucrative.
Lograda la fundaci6n de la Facultad de Filosofia y Letras, el
Dr. Basavilbaso le prest6 invariablemente la mas decidida pro-
tecci6n y apoyo. No es culpa suya si su alta influencia moral,
puesta al servicio de la instituci6n, no logr6 que esta Facultad
llegara A desempefiar en la Universidad el papel cientifico A que
estaba llamada. La filosofia y las letras son el dintel y a la vez el
coronamiento de todo studio cientifico. Apenas se concibe un hom-
bre de ciencia ,que no sepa expresar con correcci6n y exactitud
sus ideas 6 sus descubrimientos, 6 que no haya adaptado su mente
con lectures filos6ficas a las sintesis mas profundas 6 a las eleva-
das inducciones, 6 que no haya aprovechado la cooperaci6n de la
16gica cientifica para hacer de su experiencia algo mas que un
empirismo rutinario.
Denunciado por much tiempo la decadencia de los studios
secundarios, que han conservado no obstante el carActer y autori-
dad de preparatorios, la Facultad de Filosofia y Letras pudo y debi6
ser un pasaje de perfeccionamiento y preparaci6n A las demis
Facultades, y pudo y debi6 ser tambi6n un complement necesa-
rio de los que aspiraran,A exornarse con el titulo de doctor, en
otro tiempo digno y pomposo. El Dr. Basavilbaso apoy6 aquella
tendencia de la Facultad de Filosofia y Letras, cuando en el Con-
sejo Superior se trat6 de correlacionar sus studios con los de
alguna otra Facultad: pero predomin6 el separatismo profesiona-
lista, A titulo de salvar independencias y autonomias.
Recuerdo principalmente estos hechos porque expresan la ca-
racteristica de este largo rectorado; pero la acci6n del Dr. Basa-
vilbaso se ha hecho sentir por igual en beneficio de la prosperidad
y mejoramiento de todas las Facultades. Son el mAs alto testimo-
nio de la protecci6n que prest6 A todas las iniciativas de progress
y prosperidad de las Facultades el alto grado A que han llegado
la de Ciencias Medicas, y la de Ciencias Exactas, Fisicas y Natu-
rales. Si la Facultad de Derecho se ha resentido de algun estanca-
miento, es sin duda porque de alli no partieron iniciativas pro-
gresistas, y afirmo esto porque mAs de una vez, por informaci6n
incomplete 6 inexacta, se ha atribuido al Consejo Superior alguna
responsabilidad en las crisis que han conmovido aquella Facultad.
En el orden econ6mico y meramente administrative, la obra










VEINTE ANOS EN EL RECTORADO


del Dr. Basavilbaso no podria ser superada. Ha levantado la Uni-
versidad desde la mayor pobreza en sus aulas y en sus arcas, en
sus edificios y en su mobiliario, A la comodidad y abundancia en
que hoy se encuentra, sin perjuicio de haber acumulado mas de
un mill6n de pesos de economies, con los cuales se estAn salvando
los presupuestos actuales en la 6poca present, en que el Congreso
se ha mostrado muy poco generoso con la Universidad de la Ca-
pital.
La REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES, fundada bajo
el rectorado del Dr. Basavilbaso, y apoyada siempre por el mismo,
cumple un deber elemental al intentar en estas pAginas un home-
naje que result en verdad inferior al que en justicia correspon-
deria.
La Universidad inicia una nueva epoca con los votos generosos
formulados por el ex Rector en honor del nuevo, y es grato men-
cionar una circunstancia mIs: como ejemplo de las palabras de
aliento y de justicia con que el Dr. Basavilbaso apoyaba y estimu-
laba A quienes lo merecian por su ciencia y dedicaci6n, se lee en
su primera Memoria de 1886, la recomendaci6n y aplauso al pro-
fesor substitute Dr. Uballes, por sus cursos suplementarios de
Clinica M6dica dictados en 1885. El nombre del future Rector de
la Universidad se distinguia ya en la misma hace veinte anos, y
el Dr. Basavilbaso lo senialaba A la consideraci6n de todos.
Pr6ximo A abandonar la direcci6n de esta REVISTA, y A sepa-
rarme de esta Universidad, llamado A desempefar otras funciones
universitarias fuera de ella, subscribe con placer y con honor es-
tas paginas, debidas A quien las merece, y agrego mis votos A to-
dos los formulados por el 6xito del nuevo Rector en la gesti6n de
los intereses de la Universidad.


RODOLFO RIVAROLA.












LA ENSENANZA EN LA FACULTAD DE CIENCIAS JURfDICAS Y SOCIALES
DE LA PLATA


NOTAA PASADA POH UNA COMMISSION ESPECIAL ENCARGADA DE PHOYECTAII
SU PLAN DE STUDIOS)



Excmo. Sr. Ministro de Justicia e Instrucci6n Publica, Dr. Joa-
quin V. Gonzalez.

Cumpliendo el encargo que V. E. se sirvi6 conferirnos, tene-
mos el honor de presentar A V. E. el adjunto proyecto de plan de
studios para la Facultad de Ciencias Juridicas y Sociales de la
nueva Universidad Nacional de La Plata.
De acuerdo con las ideas que V. E. tuvo A bien manifestarnos
verbalmente y que coinciden en lo fundamental con las nuestras,
hemos procurado organizer la ensefianza del mencionado esta-
blecimiento en forma que, sin quebrantar la tradicidn en lo que
tiene de respectable y de itil, permit orientarse en los rumbos
cientificos que la epoca require.
Penetrados de la necesidad de no retardar por mas tiempo el
empleo 6 influjo del espiritu de investigaci6n y de los m6todos
inductivos en los studios del derecho, A fin de que esta rama de
los conocimientos pueda adquirir, en nuestro pais, el carActer
positive que explica el progress de las ciencias fisicas y natura-
les, hemos dado A los hechos hist6ricos la mayor importancia,
destinando A su studio mas tiempo del acostumbrado en las uni-
versidades argentinas.
A este fin responded las catedras de Historia del Derecho Ar-
gentino, Historia del Derecho Romano, Historia Constitucional de
la Repfiblica Argentina, Historia de las Instituciones Representati-
vas 6 Historia Diplomltica, yen part las de Derecho Comparado.






LA ENSENANZA DEL DERECIIO


Sin el estudio de los origenes del desarrollo de las institucio-
nes juridicas, no es possible tener de ella un conocimiento que
merezca calificarse de cientifico. Un c6digo es al fin y al cabo una
obra te6rica que no debe confundirse con la realidad viviente de
los hechos juridicos que se entretejen en la vida social con mol-
tiple 6 incesante variedad.
Prescindir de la vida real del dereclo y tomar como objeto di-
recto y principal de studio la legislacion codificada, como suele
hacerse en nuestro pais, es invertir los Ltrminos del problema: el
procedimiento cientifico es, en nuestro concept, el opuesto, es
decir, hacer objeto director de observaci6n la totalidad de los
hechos hisL6ricos que produce 6 modifican el derecho positive,
figurando naturalmente los c6digos, como hechos nuevos y pecu-
liares de la historic del derecho, segfn la expresi6n de Savigny.
De este modo, puede aspirarse a que la Universidad contribuya
A mejorar el conocimiento y aplicaci6n de las leyes y a preparar
con acierto sus reforms oportunas.
Por cierto que no basta el studio de la historic del derecho,
como discipline separada, sino que es tambi6n necesario que el
studio de las otras asignaturas sobre legislaci6n vigente se haga
con espiritu sociol6gico. Dependera eso en gran part del criterio
del professor; pero es de career que la sola existencia de las cate-
dras de historic y derecho comparado influira en catedraticos y
estudiantes para orientar cientificamente sus indagaciones.
Todo esto quiere decir que no considerariamos prudent ni
provechoso para el pais, que la nueva Facultad de Derecho de La
Plata se contentara con ser una buena escuela de abogados: ella
no debe proveer tan solo la clase professional que asesora A los
litigantes utilizando para el buen 6xito de sus pretensiones los
m6ritos y defects de las leyes vigenles; la Facultad debe propo-
nerse fines mas altos, preparar jueces ilustrados, legisladores
hAbiles y jurisconsultos capaces de perfeccionar la ciencia del
derecho.
No es, pues, necesario, recargarla memorial del estudiante con
pormenores y minuciosidades. Lo que el estudiante necesita, como
lo dijo Pomeroi, hace 40 anos, son generalizaciones, principios
animados, lineamientos notables y conocimientos de las 6pocas,
de las fuentes hiistricas y de los elements morales, todo lo cual
se combine para producer la fuerte extructura de la ciencia.






REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


En esta virtud creemos innecesario consagrar A la enseflanza
y a la legislaci6n civil y commercial de la Reptblica, todo el tiempo
que suele dedicarseles cuando se adopta el m6todo exeg6tico con
program detallado y casuista como los c6digos que toman por
base. Parecenos que dos aflos de Derecho Civil Argentino, seguidos
de otros dos de Derecho Civil Comparado, serAn sulicientes para
trasmitir al alumno los principios fundamentals de nuestra le-
gislacion civil, relacionAndolo con sus antecedentes historicos y
sociol6gicos y con el estado del Derecho en el resto del mundo, de
suerte que el estudiante aprenda A distinguir cientificamente el
Derecho Argentino de los demas, que es el modo de conocerlo bien.
Lo mismo decimos del Derecho Comercial cuya ensefianza pro-
ponemos en dos afos, dedicando el primero A la legislaci6n ar-
gentina y el segundo A la comparada.
De un modo anAlogo, reservamos un ano para el Derecho Pe-
nal Argentino y otro afio para el Derecho Penal Hist6rico y Com-
parado. El Derecho Procesal podria quizAs reducirse A un solo ano;
pero hemos creido convenient que junto con el studio de sus
principios fundamentals, se hiciera el de la organizaci6n judicial
argentina y extranjera, ya que la substanciaci6n y decision de las
causes depend estrechamente de la constituci6n y funcionamiento
de los tribunales. Asi, ampliadala asignatura, hemos debido divi-
dirla en dos anos, destinando uno de ellos A la material penal y el
otro A la civil v commercial.
El Derecho Politico comprende cuatro cursos anuales: Historia
Constitucional de la Reptiblica, Derecho Constitucional Argentino,
Derecho Poiblico Provincial e Historia de las Instituciones Repre-
sentativas, consultAndose asi las condiciones que dejamos expues-
tas sobre el studio del Derecho en general.
Proponemos la creacidn de un curso de instruments y regis-
tros pablicos, en el que se estudie la material de la prueba pre-
constituida con que se garante la autenticidad de los actos juridi-
cos mAs importantes (escrituras p iblicas, testamentos, actas de
estado civil, registro de propiedad, libros y registros de comercio,
registro de mandate, etc.) Esta material ofrece bastante homoge-
neidad 6 importancia para former una asignatura separada, ali-
viando las de Derecho Civil y Comercial con ventaja para el mejor
studio de cada una de ellas.
La catedra de Legislacion Industrial y Agricola responded A la






LA ENSENANZA DEL DERECIIO


necesidad de metodizar el studio de gran nimero de leyes espe-
ciales que exige el desarrollo creciente de la industrial y de la
agriculture y ganaderia, atentas las diversas relaciones de dere-
cho A que 6stas dan origen.
El curso de Estadistica y Geografia Econ6mica tiende a auxiliar
los studios de todas las ciencias sociales en general y de las eco-
n6micas en particular.
El Derecho Civil Comparado, el Derecho Comercial Comparado,
el Derecho Administrativo Comparado, la Historia Diplomdtica y la
Historia de las Instituciones Representativas, son ampliaciones y
profundizaciones necesarias al studio de la legislaci6n argentina,
que se encaminan A ensanchar el horizonte cientifico y A evitar
el ensimismamiento national, fuente de perniciosas ilusiones. A
nuestro juicio, el studio de estas materials contribuirA grande-
mente A la mejor inteligencia y desarrollo de las instituciones de
nuestro pais.
Excusado es fundar el mantenimiento de las demAs asignatu-
ras indicadas en el adjunto proyecto, porque ellas forman part
integrante de todo plan de studios juridicos.
Debemos, sin embargo, hacer una advertencia. Entendemos
que la nueva Facultad debe abandonar la aspiraci6n de dar A sus
alumnos la ensenanza complete de todas las materias del plan de
studios. Con ese prop6sito sdlo se consigue rebajar el nivel uni-
versitario, pues se pierde en profundidad lo que se gana en ex-
tensi6n. Preferimos el sistema adoptado por la Facultad de Filo-
sofia y Letras de Buenos Aires, que sacrifice la extension para
conservar la profundidad cientifica necesaria, dedicando cada
curso annual A t6picos diferentes, salvo las reiteraciones que, por
via de introducci6n, se hacen indispensables para caracterizar las
ciencias y explicar su tecnicismo. De este modo, en vez de un co-
nocimiento superficial de los temas habitualmente contenidos en
los tratados completes, los estudiantes habrAn adquirido las nocio-
nes fundamentals y el criterio cientifico necesario para proseguir
fuera de las aulas y por si solos sus studios e investigaciones.
Naturalmente, condenamos el sistema de ensefar desde la
cAtedra el texto de las leyes, como si no pudieran y debieran
leerlo por si solos los estudiantes para estar en aptitud de seguir
la explicaci6n de antecedentes hist6ricos, principios y doctrinas
que haga el professor.







REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


En cuanto A la organizaci6n de la ensefnanza, la ley prescribe,
y hemos debido ajustarnos A ella, que se d1 en cuatro aaos la
inscripci6n requerida para obtener el titulo de abogado y en dos
la complementaria que se exija para el doctorado, como tambi6n
prescribe que no exceda de tres anos el tiempo empleado en ense-
nar las materials indispensables para el ejercicio del notariado y
de la procuraci6n. Pero esto no signiica, en nuestro sentir, que
se prohiba al estudiante ordenar sus propios studios, segun su
vocacidn y el tiempo que necesita realmente para efectuarlos.
Creemos que, como en las universidades alemanas, debe dejarse
al estudiante la mas complete libertad al respect, sin obligarle A
otra cosa que A probar su suficiencia en la totalidad de las asig-
naturas requeridas para el grado A que opte, cualquiera que sea
el orden y tiempo en que las haya estudiado.
Por lo que hace al numero de profesores, pensamos que, por
ahora, y mientras la concurrencia de alumnos no requiera au-
mento de cAtedras, estas podrian ser distribuidas entire quince
profesores, en la forma indicada en la planilla adjunta.
Dejando asi cumplido nuestro cometido, tenemos el honor de
saludar a V. E. con nuestra mas distinguida consideraci6n.

Lcus M. DRAGO.-JosiE N. MATIENZO.-JUAN A.
GARCiA (hijo).-AGUSTiN ALVAREZ. -MANUEL
A. MONTES DE OCA.-JOAQUiN CARRILLO.-EN-
RIQUE E. RIVAROLA.--DANIEL GOYTIA.-RO-
DOLFO RIVAROLA.




PLAN DE STUDIOS



PRIMER CICLO. -PARA EL TITULO DE ABOGADO


1-Sociologia 6 Historia del Derecho Argentino.
Historia del Derecho Romano.
Historia Constitucional de la Republica.
Derecho Civil Argentino.







LA ENSENANZA DEL DERECHO


2-Derecho Civil Argentino.
Derecho Comercial Argentino.
Legislaci6n AdministraLiva.
Derecho Constitucional.
Instruments y Registros Publicos.

3-Derecho Civil Comparado.
Derecho Comercial Comparado.
Legislaci6n Industrial y Agraria.
Derecho Penal Argentino.
Derecho Poblico Provincial.

4-Derecho Civil Comparado.
Organizaci6n Judicial y Procedimientos Civiles y Comerciales.
Organizaci6n Judicial y Procedimientos Penales.
Derecho Internacional Plblico.
Derecho Internacional Privado.



SEGUNDO CICLO.-PARA EL DOCTORADO

1-Economia Politica.
Historia DiplomAtica.
Derecho Administrativo Comparado.
Derecho Penal (Doctrinas, Critica y Legislacion Comparada).

2-Historia de las Instituciones Representativas.
Economia Politica.
Finanzas.
Estadistica y Geografia Econ6mica.

De estas asignaturas, los candidates A escribano cursarAn:
Derecho Civil Argentino, Derecho Comercial Argentino, Dere-
cho Penal Argentino, Legislaci6n Administrativa, Derecho Consti-
tucional, Instrumentos y Registros Pdblicos y Organizaci6n Judi-
cial y Procedimientos, materials que tambien cursarAn los candi-
datos A procurador, menos las de Derecho Penal Argentino e Ins-
trumentos y Registros Pliblicos.












LA IGLESIA DE POLENTA


ODA DE CARDUCCI




Nos hallamos en Italia, en la provincia de Romaila, en su part
meridional, mirando hacia al Norte. Tenemos & izquierda una
hilera de collados, a derecha el mar Adridtico, entire los unos y el
otro una llanura, que se aleja ensanchAndose hasta perderse en
los vapores del horizonte.
En la cima de una de aquellas colinas blanquea la pequefa
ciudad de Bertinoro; en la de otra la aldea de Polenta, y unos
quinientos metros mas acA, sobre otra colina, una pequefia igle-
sia, de 20 metros de largo por 15 de ancho.
Esta es la iglesia de San Donato de Polenta.
En 1897, la iglesia, que habia padecido muchos menoscabos,
ya estaba reparada en lo principal; s6lo faltaba reedificar el cam-
panario derrumbado muchos aflos antes.
Con esta oda ruega Carducci A los italianos que acudan A le-
vantarlo.
Antes de todo hay que recorder estos versos de Dante:

Era gih l'ora che volge '1 disio
ai naviganti e intenerisce il core,
lo di che han detto ai dolci amici addio;
e che lo novo peregrin d'amore
punge, se ode squilla di lontano
che paia il giorno pianger che si more.
(DANTE. Purgatorio: 8).

Era, quiere decir Dante, la hora de visperas.
Ahora bien, la emoci6n de un tinte melanc6lico que se apodera
del alma en esa hora, y que Dante expresa de un modo tan admi-






LA IGLESIA 1)E POLENTA


rable, la tristeza que emana de estos versos forman como un mo-
tivo sentimental, que se hace sentir en todo este canto, estallando
al fin y desarrollandose en estrofas sublime.
La hora es la misma. Carducci piensa en los versos de Dante,
que tan exactamente interpretan el estado de su Animo en aquel
instant; pero algo falta ain al espectaculo, falta el tanido de las
campanas; y pide, pues, que se las devuelvan a la iglesia, que se
d6 A aquel lugar en aquellas horas la voz de la plegaria.
Este es, por decirlo asi, el curso del sentimiento que acompafia
con su murmullo el de las ideas.
Ni una palabra hAllase en todo el canto que aluda A los versos
de Dante, y sin embargo se comprende que ocupan la mente del
poeta.
A lo lejos, sobre una colina, se yergue un cipr6s, del que toma
exordio el canto.

Agile e solo vien di colle in colle
quasi accennando l'ardilo cipresso.

El poeta es 1e que camina apresurandose para llegar A la igle-
sia; mas por su distancia el cipr6s se mantiene siempre A su altu-
ra, como si le acompanara, ((vien di colle in colle), esto es, viene
sigui6ndome de collado A collado.
A pesar de su distancia, el cipr6s se muestra en todo lo esbelto
y derecho de su figure: (agil, arduo,. Esto, porque encu6ntrase &
Occidente, y el sol acaba de ponerse tras 61. De aquel lado, pues,
el cielo esta todavia encendido, y hace de fondo luminoso al
cipr6s, que descuella sobre su claridad.
(Accennando) esto es, como haciendo senas.
LlAmase aqu6l el cipres de Francisca, (enti6ndase de Francisca
de Rimini). Por quC el pueblo le d6 tal apellido ign6rase. Como en
la colina de Polenta la familiar de Francisca poseyera un castillo,
pregfintase el poeta si el cipr6s sera llamado asi por haber Fran-
cisca en su mocedad vivido en aquellos lugares.

Forse Francesca tempr6 qui li ardent
occhi al sorriso?

Los ojos son armas para las mujeres, que hieren sonriendo.
Como se templan para el combat las armas asi pregunta el poeta
si alli Francisca temple los ojos para la sonrisa. Se da el temple
IIEVISTA DE LA UNIVEIISIDAD DE IIUENOS AIIIES- TOMO V 2







HEVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


sumergiendo el arma enfocada en agua fria; y de la paz y tran-
quilidad de aquellas soledades pregunta el poeta si los ojos ar-
dientes de Francisca tomaron el temple de aquel encanto, de
aquella dulzura irresistible en la sonrisa.
Mientras tanto ha liegado a donde al doblar se le present la
roca, en cuya cima tenian los Polentanos su castillo.
Antes que ponerse en camino para visitar la iglesia, Carducci
hubo de haber subido A la roca: y alli, entire las ruderas del anti-
guo castillo, hall la cabana de un campesino, el cual todo lo tenia
pronto para hacer la polenta, al caer de la tarde.
Ahora se detiene algo en mirar desde este punto la pena que
se le descubre.

Sta l'erla rupe, e non minaccia; in alto
guard, e ripensa, il barcaiol, torcendo
I'ala de remi in Irelta dal notturno
Adria:

<(Esta la pefia erguida y no amenazan no son palabras del poeta
sino el pensamiento del botero.
Piensa el poeta mirando a la roca, y vislumbrando el mar le-
jano: en este instant cierto, si hay un botero que se apresure A
volver a su casa, mirarA hacia la roca, y dira dentro de si: de modo que no amenaza, esto es, no amenaza nmal tiempo para
manana. Es sabido como los campesinos de como el sol se pone
tras los montes tratan de adivinar el tiempo que hard el dia
despu6s. Para el botero que estd en el Adriatico, la roca queda a
Occidente; y tras ella se pone el sol. Dice Manzoni:

cosf
dalle squarciate nuvole
si svolge il sol cadente,
e, dietro il monte, imporpora
il trepido occidente:
al pio colono augurio
di pit sereno di.

(Torcendo) tiene acd dos sentidos, como los verbos prefados
latinos: u(tuerce los remos de prisa para alejarse del mar)). De
prisa porque la noche ya oscurece tras 61 el Adriatico: dal notturno
Adria. El ala de los remos, son los remos mismos, que para el






LA IGLESIA DE POLENT.


bote hacen de alas: de los remos es, pues, un genitivo especifica-
tivo. Virgilio dice: alarum remi, tratAndose de un ave, siendo las
alas los remos de las waves.
Pero ;qu6 de reminiscencias clAsicas! Aquel: esld la peila er-
guida, recuerda lo de Virgilio:

Slabat acuta silex, pr~icisis undiquc saxis

el ((torciendon hace recorder A Catulo:

Tortaque remigio spumis incanduit unda.

Tambikn: amenazar en el sentido de anunciar algo malo es la-
tino; y asi aquel: esid, en el sentido de: se tiene derecha. La pefia
es tan erguida, escarpada, que se esperaria cayese, pero se liene
derecha. Mois6s, describiendo el abrirse de la mar, y el agua
que formaba pared de ambas parties, dice: Stetit unda fluens. Pero
si no fuera fastidioso hacer alarde de erudici6n, a cada palabra de
Carducci se le podria agregar una cita. Aquel ciprds arduo ,no
recuerda: el c(ardua cedrus, de Ovidio? El cedro es Arbol de la
misma familiar del cipres; y arduo en ambos casos sienta muy
bien al habito de las plants que los poetas nos pintan; aquel:
((agile vien di colle in colle, ^,no es el agiles fert mecum gressus?
,vy (acennandon no es el nulans latino?

sopra
fuma ii comignol del villan, che giallo
mesce frulnento nel fervente rame
Id dove torva 'aquila del vecchio
Guido cuvava.

Antes se le ocurre al poeta lo que al mirar la pefia desde el
mar habria de decir un botero; ahora sigue pintando lo que ve
61. Sopra: A saber encima de la roca, echa humo la chimenea del
campesino, que revuelve grano amarillo en el cobre hirviente, alli
en donde torva el aguila del viejo Guido covaba.
El grano amarillo es el maiz; el core hirviente es la caldera;
aquel revuelve nos da el acto del aldeano, cuyos pensamienlos en
aquel instance no exceden el horizonte de aquella caldera hu-
meante. iQue contrast entire el ademAn de este villano y el del
Aguila con sus alas extendidas y la mirada torva, tan propia de
toda ave que cova, y receia en todas parties peligros.







REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


En el aguila esti simbolizada la familiar, 6 mejor dicho, el
mismo Guido, Ilamado el viejo para distinguirle de Guido Novelo,
el que hosped6 A Dante: y un recuerdo de Dante es tambi6n el
verbo covaba.

Romagna sta come stette molt'anni
1'aquila da Polenta la si cova.
(DANTE, I. 97, 91).

Dante quiere decir que el Aguila de Polenta (los Polentanos en
sit escudo de armas llevaban un Aguila bermeja en campo ama-
rillo), poseia la Romafa, abrigAndola bajo sus alas: Carducci, con
las palabras: alli done el aguila del viejo Guido covaba, no quiere
significar mas que: en done los Polentanos lenian su nido; esto
es, su castillo; y nada mas comun y acertado que la comparaci6n
de esos castillos feudales con nidos de aves de rapifia. Guido el
viejo era el padre de Francisca de Rimini.
Miren como esquiva Carducci la palabra polenta, tanto en des-
cribir la operacidn del villano, como en la referencia al verso de
Dante. Que un villano haga la polenta en el castillo de uno de
Polenta, es coincidencia casual, en la que habria sido impropio
insistir en poesia tan grave. Llama pues la atenci6n a, la operaci6n
alejandola con arte del nombre. Lo cual no quiere decir que, en
efecto, en su filtimo origen el nombre de la pudiente familiar no
derivara de esa especie de gacha. ;Y que de reminiscencias tam-
bien en esta estrofa! La climenea que echa humo es el verdadero
simbolo de la paz dom6stica. El desterrado Ulises nada mAs desea
que volver a ver el humo subir del tejado de su casa.
Et jam summa procul villarum culmina fumant: dice tambi6n
Virgilio: aquel villano recuerda al Mureto que anda bajo el nom-
bre de Virgilio: tambi6n aquel torva es de uso frecuente en los
clasicos.
El contrast sume al poeta en consideraciones que express por
sentencias.

Ombra d'un fire e la belt, su cui
bianca farfalla poesia volteggia:
eco di tromba che si perde a valle
6 la potenza.

Aunque expresando el pensamiento en forma de sentencia ge-







LA IGLESIA DE POLENTA


neral, el poeta se refiere A un caso particular, al de los Polenta-
nos: es lo que Pindaro hace de costumbre.
La hermosura llama la mente A Francisca. No es una flor, mAs
a0n, menos, A saber, la sombra de una flor, el simulacro: y s6lo tiene
el que atrae la poesia. En efecto, desde Dante hasta D'Annunzio,
nunca han cesado los poetas de ocuparse de Francisca de Rimini;
y con los poetas los mosicos, desde (ienerali hasta Cagnoni y
Thomas. Y la poesia esta figurada en una blanca mariposa, es
decir, mariposa nocturna, de las que vienen de noche a dar vuelta
al rededor de la lAmpara. Las mariposas diurnas estan matizadas
mAs 6 menos vivamente. La similitud dilatada vendria A ser: la
poesia vuela A today imagen de belleza, como nocturna mariposa
A la luz.
Eco de trompa que se pierde en el valle es la potencia.
No es la potencia sonido de trompa, sino s6lo eco de tal soni-
do. En efecto, es algo como el temor panico, segfn lo explicaban
los antiguos: un eco de miedo en el corazdn, eco de no s6 qu6
voz 6 sonido, que no se percibe con los oidos.
Pues la potencia consiste mAs bien en el miedo ajeno, que en
algo substantial del sujeto, al que se atribuye: eco que A poca
hora desvanece.
Mas, la alusion at caso de los Polentanos, es tambien evidence.
Aquellos senores bajaron del castillo A la llanura de Romafia,
apoderAndose de Ravena, de Forli, y otros lugares: y despu6s pe-
reci6 (A lo menos entire el pueblo) hasta su nombre: peril memorial
corum cum sonilu.
S6lo tiene substancia, y jamAs perece la idea.
Fuga di tempi e barbari silenzi
vince e dal flutto de la cose emerge
sola, di luce a secoli affluent
faro, I'idea.
La idea en general: es decir, lo que se piensa conforme A la
verdad de las cosas y se intent poner por obra: esto puede en-
contrar estorbo A realizarse en las pasiones, los prejuicios, y los
intereses humans; pero no cesa de ser aspiraci6n, pues la reali-
dad misma que quiere conformarnos a ella, la sugiere.
Al contrario, lo falso, aunque la violencia logre traducirlo al
acto, rechazado por la realidad, con la que no puede conformarse,
estA condenado A perecer.






REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


Esto en general de todas las ideas: pero el poeta piensa en una
idea particular, que sera expresada mas abajo: piensa en la
idea de la libertad; esto es, de la igualdad civil, de la soberania
popular: segun la cualla asociacidn civil result de un tlcito pacto
entire iguales: y por lo tanto la ley s6lo tiene valor en cuanto es
expression de la voluntad comun; y la autoridad es legitima en
cuanto conferida por la colectividad por elecci6n libre. Solo este
sistema de asociaci6n civil responded al pedido de la raz6n: porque
no reniega de ninguno de los dos principios fundamentals de inme-
diata evidencia: el que el hombre nace libre, y el que esta llamado
por su naturaleza misma al estado social. En el sistema demo-
crdtico estos dos principios se armonizan: pues obedecer a una
ley consentida, es obedecer a si mismo.
Y como en la idea religiosa se refleja la idea social, a la forma
democrA ica responded el concept de la inmanencia de Dios en la
naturaleza, como ley de orden, y de la providencia en la humani-
dad como ley de progress: que es precisamente el credo de nues-
tro poeta.
Hay otro sistema, negaci6n de todo derecho y de la libertad
6 igualdad; el que de la fuerza y del derecho hace uno. Este sis-
tema reniega del segundo principio, esto es, que el hombre es
social por naturaleza.
Su inmediata aplicacion es la anarquia: A la que responded res-
pecto a religion el ateismo: pero la anarquia es la premisa del
despotismo.
Si todo fuere permitido a todos, nada impedir;a al mAs fuerte
sugetar al debil.
Los alemanes no quisieron reconocer otro principio que el de la
libertad absolute; aunque por fuerza de la naturaleza de las cosas,
hubo tambi6n entire ellos una sombra de sociedad. En principio,
pues, su modo de ser civilmente es una anarquia templada por
ciertas costumbres que se fueron eslableciendo: en lo sucesivo,
la guerra y la conquista, para las cuales precisan jefes, hicieron
salir de la anarquia al despotismo: y fueron los alemanes las
primeras victims de la esclavitud que trajeron A los demAs pue-
blos. Un sistema de despotismo es cl feudalismo: manda quien
tiene la fuerza: no hay deberes para quien manda, ni derechos
para los subditos.
Es necesidad para el hombre armonizar sus ideas con el aspect






LA IGLESIA DE POLENTA


que le present el ambiente social en que vive. El sabio armoniza
sus ideas con la realidad absolute de que tiene la forma en las
leyes de la raz6n: los pseudo-sabios, los doctrinarios, con la reali-
dad del moment, haciendo a menudo fuerza t la misma razdn.
Surgi6 asi la teoria monstruo del derecho feudal 6 divino; el sobe-
rano que manda por el derecho que Dios le comunica inmediata-
mente.
Ciertas coslumbres que se fueron estableciendo, tomaron nom-
bre de derecho, arreglando las relaciones entire los d6spotas me-
nores y mayores.
Pero todo camina: nada puede detener el eterno fluir de las
cosas : y la santa idea democratic, que es la de que entiende el
poeta, de sensible, cual fu6 en Atenas y Roma, liecha latente en
las aspiraciones de los pueblos oprimidos; despues de tanto siglo
(fuga de liempos), y de la edad media (bArbaros silencios), ayu-
dada por la fluctuaci6n de las cosas mismas, por la lucha entire
reyes y vasallos, tratando aquellos de esclavizar a estos, y 6stos
de emanciparse por complete; y despuSs favorecida por la con-
tienda entire papas y emperadores; la idea civil, digo, por la fluc-
tuacidn misma de los acontecimientos, fu6 sacada a flote: y he
aqui el conmin: del cual precisamente canta el poeta el origen en
esta oda.
Esta grande revoluci6n encuentra su simbolo en aquella caba-
fia que ocupa el puesto del castillo.
Pero no toda cabana que se hallara en tales circunstancias
podria sugerir al poeta esta series de pensamientos. Carducci no
es de aquellos para quienes todo pretexto es bueno; y que a cual-
quier clavo cuelgan la poesia que ya tienen hecha.
El comrn, la primera afirmacion del derecho popular (y como
no hay otro, el popular sobra), es en su concept una resurrecci6n
del municipio romano. De donde saliera la idea, discuten entire
si los eruditos; tal vez, las cosas mismas en su andar la trajeron;
pero tambihn es cierto que alli en aquella comarca que se extiende
delante del poeta, la forma municipal conserv6se 6 traves de loda
la edad media.
Alli habia el exarcado, que muy tarde fue sugetado por los
longobardos: alli las cinco ciudades (la pentApole), una de las
cuales fu6 Rimini; que nunca perdieron su constitution muni-
cipal.







REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


Pues es alli que la idea conservdse, como faro de luz, para todos
los siglos venideros, atravesando los bdrbaros silencios. Merece ser
notada esta expresi6n: la edad media fue como un silencio im-
puesto por los barbaros A toda la antigiiedad.
Pero el poeta interrumpe sus reflexiones, y vuelve A ponerse
en camino; y ahi estd la Iglesia:

Ecco la chiesa. E surse ella che ignoti
servi morian tra la romana plebe
quei de fur poscia i Polentani, e Dante
fecegli eterni.

" como si la iglesia fuese ella la idea. He alli la iglesia, significa
s6lo que el poeta ha llegado al t6rmino de su camino, delante de
la iglesia. Pero, Z,por que pasa inmediatamente A hablar de la an-
tigiiedad de su fundacion?
El poeta lleg6 a ella por el lado de Occidente, y hall6se frente
A la fachada; lo cual dice que la fachada de la iglesia mira hacia
el Oeste. Este es un argument en favor de la antigiiedad de la
iglesia y de que su fundaci6n remonta al tiempo de los longobar-
dos; pues estos acostumbraban, segAn el uso antiguo, dar A sus
iglesias octogonales la direcci6n de Este A Oeste, de modo que la
fachada mirara a Oeste, y el coro a Este.
La disposicion de la iglesia hace, pues, pensar en su anti-
giedad.
No pudo, luego, ser fundada por los Polentanos, como algunos
sostenian; ya era antigua cuando por primer vez apareci6 en la
historic el nombre de uno de esta familiar: el de Geremia (1168).
Tambi6n hay cuestion si la familiar fu6 de origen alemana. Car-
ducci no lo cree: seglin 61 salid de entire los italianos que vivian en
aquella comarca sugetos A los longobardos. No dice vivian: sino
morian, aludiendo A las continues matanzas de aquellos tiempos
bArbaros, y dice que no tenian todavia nombre: ignoti. Plebe ro-
mana significa plebe de Romaha. El nombre de Ilomaha fu6 dado
A esta comarca para distinguirla de todas las demAs provincias de
la Italia media y septentrional, que habian sido sugetadas por
los longobardos.
Hasta que la comarca supo defenders de los longobardos,
permaneciendo bajo los emperadores de Constantinopla, quedaba






LA IGLESIA DE POLENTA


alli un trozo del antiguo imperio romano: y de ahi el nombre de
Romafla.
Los que en lo sucesivo fueron los Polentanos: es decir, los de la
familiar, que mas tarde, unos cuatro siglos despu6s, tomaron el
apellido de Polentanos.
La iglesia, pues, es much mas antigua que el nombre aqu61,
y como precedi6 al nombre, asi le sobrevivi6, pues el nombre se
habria perdido si Dante no lo hubiera eternizado en su poema.
El poeta prosigue:

% Forse qui Dante inginocchiossi?

i,Que Dante aca se postrara?
Sobre el afno que Dante fu6 a Ravena, en la que permaneci6
hasta la muerte, hu6sped de Guido Novelo, sobrino de Francisca,
hay disconformidad de opinions.
Segin los unos, esto acaeci6 en 1317; segin los otros, mas
tarde. Alia escribi6 los lltimos cantos del Paraiso, siendo ya pu-
blicados el Infierno y el Purgatorio.
El verso de Guido Novelo

si che giammai da Le non fia diviso,

es imitado del de Dante:

questi, che mai da me non lia diviso,

que se lee precisamente en el episodio de Francisca de Rimini;
lo cual demuestra que aquellos versos sobre su tia debieron de
agradar A Guido.
En Bertinoro, los sefiores Fabbri poseen una casa, que en an-
tiguo perteneci6 a los Mainardi, y alli ensefnan un cuarto que
Dante habria ocupado. En efecto, Dante cita Bertinoro y nombra
A Arigo Mainardi.
Nada mas natural que en su demora en Romarna, 6 desde Ra-
vena, 6 desde Bertinoro, Dante se alargara hastala Iglesia de San
Donato, segun pretend la tradici6n; pero falta todo document.
La pregunta de Carducci alude a esta tradici6n.
Notable es el uso de la interrogaci6n en nuestro poeta. Como
se desprende de esta, y de la de arriba que se refiere a Francisca,







REVISTA DE LA UNIVEHSIIAD DE BUENOS AIRES


la interrogaci6n no es en 1l mas que la sefia de una hip6tesis. Si-
gue, pues, el poeta:

F'alta
front, che Dio mir6 da press cliusa
entro le palme, ei lacrimava il suo
bel San Giovanni:

Admitida, por supuesto, la hip6tesis, el poeta trata de imagi-
nar la escena. Dante estA de rodillas; con las palmas de las dos
manos se aprieta la frente y cine la cabeza; adernan muy distinto
del de apoyar la frente entire las palnas; no dice: puesta, sino
((chiusa,, cerrada. En quien estd de rodillas, un acto tal no es
comdn, y debe de tener alglin m6vil, alguna raz6n especial en
algo que se le ocurre al pensamiento.
Dice: la frenle que mird a Dios de cerca: y alude A la vision del
l1timo canto del Paraiso: mir6 t Dios, no por medio de los ojos
del cuerpo, mas por los de la mente frontte.
El lloraba su hermoso San Juan.
San Juan es el bautisterio de Florencia, en donde Dante fu6
cristianado; y de Dante es la expresidn: hermoso San Juan:

che quei, che son nel mio bel San Giovanni.

Pues Dante Ilora pensando en su hermoso San Juan. El poeta
i,c6mo lo sabe?
El ademAn de Dante se lo ha dicho.
Ya estA consignado arriba que Dante A la saz6n estaba compo-
niendo los iltimos cantos del Paraiso; luego en el 25.0 hay estos
versos:
Se mai continga che il poema sacro
al quale han posto mano e cielo e terra,
si che m'ha fatto per pid anni macro,
vinca la crudeltA che fuor mi serra
del bello ovile, ov'io dormii agnello
nimico ai lupi che gli danno guerra;
con altra voce o mai, con altro vello
ritorner6 poeta; ed in sul fonte
del mio battesmo prender6 il cappello.

Dice pues: <,si la fama del poema sagrado (del que ya se cono-
cian las dos primeras parties lograra vencer la crueldad, que me
tieue desterrado de mi patria; yo volver6 A ella, poeta pero con







LA IGLESIA DE POLENTA


distinta voz, y cabello distinto de los que gastaba cuando mozo,
estando en Florencia; y alld en donde fui cristianado, se me coro-
narad.
Para comprender lo de la ro: distinla, hay que saber que en
la primavera de 1330 (segfn parece) Juan del Virgilio habia escri-
to a Dante animandole a mudar de lengua, y a seguir poetando,
pero en latin; haciendole esperar que seria entonces coronado
poeta en Bolonia.
Pues Dante tiene present aquella carta; y se muestra dispues-
to A seguir el consejo de poetar en latin, lo que hizo en efecto en
sus 6glogas, pero no quiere ser coronado mas que en la iglesia en
donde fuN cristianado.
El canto 25, pues, debid de ser escrito en 1320, penfltimo ano
de la vida de Dante. Carducci supone, como se ve, que Dante con-
cibiese estos versos en la iglesia de Polenta, en el moment en
que estaba de rodillas.
Piensa Dante en su coronacidn, y en su hermoso San Juan: del
primer pensamiento es indicio aquel ademAn de cerrarse la frente
con las dos palmas; el segundo lo expresa Carducci como adivi-
nandolo de aquel ademAn. y vi6ndole llorar: El ilora a su hermoso
San Juan.
De lo que se deduce que dado el hecho de aquella visit a la
iglesia, habria tenido lugar, seglin Carducci, en 1320.
En aquel entonces, Dante escribia los Oltimos cantos del Pa-
raiso; y trata ahora Carducci de explicar c6mo se despertara en
Dante aquel deseo de la patria, y de ser coronado y precisamente
en San Juan.
Los versos que siguen dan raz6n de aquel estado psicol6gico
de Dante.
Antes de Lodo es la hora de risperas: esto supone Carducci: lo
cual haria pensar en que, segOn 61, Dante lleg6 a la iglesia salien-
do de Ravena: pues Bertinoro no dista de la iglesia mas de unos
cinco kil6metros; y Dante saliendo de ali habria llegado mas
temprano.
Pero esto es acaso demasiado sutilizar.
Que sea la hora de la puesta del sol, to indica el verso que va
A continuacidn:
e folgorante ii sol rompea da vasti
boschi su'l mar.







REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


Ya conocemos la topografia de estos lugares: el mar queda A
Oriente: todo A lo largo de la playa del mar extendiase en tiempo
de Dante una floresta (vasti boschi): para que el sol no batiera
derecho en el mar, sino Ilegara a 61 pasando por encima de los
bosques, y por medio de las copas de los arboles, que los com-
ponian, era precise que estuviese ya muy cerca del horizonte, y
al punto de ponerse: y esto da raz6n del epiteto folgorante, alu-
si6n al estado del sol en el moment de la puesta.
Pues bien, esa hora ya tiene por si sola virtud de Ilamar la
inente A pensamientos melanc6licos y mAximamente tratandose
de un desterrado, al pensamiento de la patria; seguln dice Dante
mismo, en los versos citados en principio:

era gi I ora che volge il disio
a naviganti.
Del profugo a la mente
ospiti batton lucidi fantasmi
dal paradise.

Advi6rtase aquella untonomasia: desterrado: d la mente del des-
terrado (esto es de Dante) hudspedes hieren licidos fantasmas desde
el Paraiso.
EstA Dante, como se ha dicho, con el pensamiento en la com-
posici6n del Paraiso, 6, mejor dicho, de sus filtimos cantos. Los
bienaventurados se muestran en el paraiso A Dante encerrados
cada cual en una pequefna esfera de luz. A este punto del poema al
que Dante ha llegado, San Pedro acaba de tomar A Dante examen
sobre la fe; y despu6s de sus acertadas contestaciones, le da vuel-
ta alrededor de la frente, tocAndola con su luz:

si com'io tacqui,
I'apostolico lume.

A esto hace alusi6n Carducci con las palabras: del profugo a
la mente-batlon lucidi fantasmi dal paradise, pues parece A Dan-
te que S. Pedro le de vuelta alrededor de la cabeza lami6ndola con
sus rayos.
Es este el punto precise en que despi6rtase en Dante de repente
el deseo de la coronaci6n que expresa en los versos citados. 4Y
por qu6? Estaba, pues, de rodillas, sinti6ndose como lamer la ca-
beza por la luz de San Pedro. Estos fantasmas licidos los llama







LA IGLESIA DE POLENTA


Carducci huespedes: esto es, que estln en su mente, tratAndose de
vision.
Mientras tanto, en el coro se estaba cantando la vispera; y en
este moment se Ilegaba al iltimo de los cinco salmos de que la
vispera se compone; eslo es in exilu Israel de Aegypio.

mentre, dal giro dei brevi archi l'ala
candida schiusa verso l'Oriente,
giubila il salmon In exitu, cantando,
Israel de Aegypto.

El in de in exitu estA en letra mayfiscula, pues acA el poeta
personifica el salmo, dAndole forma de Angel: el salmo In exilu
Israel de Aegypto se pone a canlar jubilando; en vez de: el corn
da en canlar el salmo de jibilo in exilu Israel de Aegyplo. Como
el salmo estd figurado en un danUel, y apenas empieza A entonarse:
abre el ala para tomar el ruelo: hacia Oriente siendo el coro vuelto
hacia aquella part.
Todo lo cual viene A decir, que mientras tanto que Dante es-
taba sumido con el pensamiento en aquella parte de su vision, en
el coro en donde se cantaba la vispera, vino A entonarse el salmo:
In exitu Israel de Aegypto.
Es esle el salmo que celebra la salida del pueblo de Israel
del pais de su esclavitud: y para la Iglesia Liene ademas sentido
aleg6rico, y celebra el salir del pecado A la gracia, por medio del
bautismo: el agua del bautismo eslaria figurada en el mar rojo
que los Hebreos tuvieron que atravesar para llegar A la tierra
promise.
Este salmon, pues, despierta en Dante todas aquellas ideas: le
hace pensar en su destierro: le induce el deseo de la patria: le
hace acordar de su bautismo, al paso que la coronaci6n que acaba
de recibir de San Pedro, le despierta la idea de la coronacidn,
que se otorgaba entonces A los poetas; y el afan de que se le con-
fiera en su hermoso San Juan.
;Asombra el sin nfmero de cosas que Carducci logra encerrar
en tan pocos versos! iY su poesia es toda por el estilo! Del curso
de sus pensamientos, cuya profundidad bien puede compararse A
la de un rio caudaloso, no aparece mAs que la superficie; y por lo
comin tan tranquila, que no deja ni siquiera sospechar el abismo
que encubre.








REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


Pero para explicar de tal modo aquellos versos de Dante (y
poco importa si otra haya sido la iglesia), precisaria algtn indicio:
y no falta. Poco despu6s Beatrice alude al salmon:

Pero gli d conceduto che d'Eyitto
venga in Jerusalem me per vedere...

aquel:

del bello ovile, ov'io dormii agnello:

bien puede tener alguna relacion con el: montes escultaclis sicut
arietes et colles sicut agni ovium: sobre que en el canto 25 se trata
de la esperanza; y en el salmo se lee:

Domus Jacob speravit in domino.

De cualquier modo, buscando Carducci en los Qltimos cantos
del Paraiso alguna alusi6n A esta excursion de Dante hasta la
Iglesia de Polenta, no encontr6 ninguna; except aquellos versos,
que parecen inspirados en una tarde, oyendo en una iglesia el
salmo susodicho.
Esta suposici6n, sin embargo, Carducci estA muy lejos de
ofrecerla como acertada: antes bien, hasta la visit de Dante le
parece una leyenda: pues sigue:

Itala gente da le molte vite,
dove che albeggi ]a tua notte e un 'ombra
vagoli spersa de'vechi anni, vedi
ivi il poeta.

Con que dice en resume: que los italianos ven a Dante en
todas parties: y pues no hay que atribuir peso exagerado A la tra-
dici6n de su visit A esta Iglesia. Notable es, que estamos comen-
tando una poesia, al paso que parece que se este discutiendo con
un erudito.

FRANCISCO CAPELLO.
(Continuard).












EL PLEITO DEL LENGUAJE


LA GRAMATICA




La contienda estA empeiada. De un lado el vulgo-que es
numerosisimo-abominando de la gramAtica y burlandose de sus
cultores: del otro aquellos que la defienden con tes6n por haberse
con ella enrarinado, 6 por momentAneo arrobamiento impuesto
por causes que no es oportuno analizar.
No nos ocupemos en el vulgo. Dejemos que contra la gramA-
tica descarguen sus iras los que en sus conversaciones y en sus
escritos la aporrean de continue: es muy 16gico y muy human
que los que delinquen con frecuencia hallen en extreme several
las leyes que tienden A poner un freno a sus desmanes.
Nunca nos preocuparon, pues, las diatribas de los incultos,
pero sierpre lamenLamos que las personas leidas, comenzando
por la Superioridad, no dieran a tal studio la importancia que
por su innegable utilidad merece. Olvidan estos, que hay entire
Lodos los conocimientos una hermandad intima, yque desconocer
el valer de la gramAtica-arte y ciencia-equivale A romper la har-
monia de la ciencia, en su mAs Amplio concept. No yael abogado,
el m6dico, el ingeniero, necesitan A cada moment pedirle ayuda
a la gramAtica, petici6n que vergonzosamente se formula con du-
das y vacilaciones que A las claras manifiestan la poca solidez de
anteriores studios.
Unos pocos de este grupo tratan de probar que las reglas
gramaticales son innecesarias, y que el gramAtico es un ente
ridicule que pretend legislar sobre lo ilegislable. Los tales mo-
verian A risa si A compasi6n no movieran, pues no saben que las






32 REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES

reglas gramaticales aparecieron todas d posteriori, deducidas de
los autores primitives, maestros del bien hablar, sin que hasta
la fecha haya nacido gramalico que inventara una sola regla 6
ordenado tal 6 cual excepci6n. ((Non sumus inventories vocum,
sed custodes earumn-decia S6neca; lo que traducido en romance
quiere decir (No son-los gramAticos-inventores, sino guards
6 depositarios de las voces,, concept que Salva glos6 definiendo
la gramAtica de este modo: ((Conjunto ordenado de las reglas del
lenguaje que vemos observadas en los escritos 6 conversaci6n de
las personas doctas que hablan el castellano,.
((ligame el rol de la preposici6nn, oimos un dia en un exKmen
de gramatica: %,Qu6 es paragogue?n preguntaba otro professor:
((Defina V. la tanguentle, pedia un maestro de geometria; ,recien-
temente, es un pronombren, afirmaba otro; y al oir estos dislates,
y otros que no consignamos en gracia A la brevedad, venia A
nuestra memorial aquel luminoso informed dirigido A la Comisi6n
de los Diez por varias celebridades norteamericanas, y especial-
mente aquellas frases: (Asi cada lecci6n de geografia, de fisica 6
de matematicas puede y debe ser una parte de la ensenanza del
ingl6s para el alumno, (1), lo que pone de manifesto la importan-
cia que en los Estados-Unidos se concede al idioma national.
Mas dejemos abandonados A su desenfado 6 A su ignorancia A
los que. queriendo 6 sin querer, atropellan al gramAtico y enca-
r6monos con 6stos.
Se dividen hoy en dos bandos: el que pretend enseiar reglas
y cree, al hacerlo, enselar gramAtica; y el que intent ensefarla
analizando trozos escogidos. Mas claro, el uno quiere estudiar el
vocablo, el otro la frase.
Veamos lo que haya de verdad en cada una de las dos tenden-
cias; las seculares luchas entire realistas y nominalislas, entire
cldsicos y romdnticos, entire idealistas y prosistas, se repite hoy
entire los gramAticos. Y asi como habia algo de verdad en cada
una de las apuntadas escuelas, asi creemos que algo hay de razo-
nable en lo defendido por cada uno de los contendientes. A ana-
lizarlo se encaminaran las siguientes lines.
(La gramAtica es ciencia y es arte:-casi nos atreveriamos A
afirmar que la gramatica castellana no tan s6lo es arte, sino cien-

(1) Informo del Comil1 de los Diez. pullicado por ordten del Miniistro de Ilisruccii6 1'6blica.






EL PLEITO DEL LENGUAJE


cia-; pero concretAndonos a aceptar corno buena la definici6n co-
rriente, podemos dejar sentado que la gramitica es un arte, el de
hablar y escribir correctamente un idioma cualquiera, el castella-
no, por ejemplon. Esto airman los de un bando: los del otro aryu-
gen: ((No hablamos con monosilabos, ni los diccionarios todos ni
la gramAtica constituyen la lengua, como los C6digos de leyes no
constituyen la naci6n. Para dominar bien un idioma no hay que
estudiar el vocablo, hay que ahondar algo mAs, hay que penetrar
en su vida, que estA fuera del vocabulario.n
,Por que no juntar estas dos verdades, y hermanAndolas, levan-
tarlas A guisa de bandera para la enseflanza del idioma patrio?
iPor qud empeflarse en desunir lo que por su naturaleza y sus
fines es indisoluble?
Sentado el fundamento, que nade niega, de que la gramAtica
sea un arte, evidence es que no hay arte sin reglas, negatives las
mAs, pero reglas al fin. La ret6rica es un arte de reglas negatives
y a nadie se le ha ocurrido cerrar contra la ret6rica.
Que la idea es superior A la palabra nadie lo duda ni discute,
como nadie niega que el lienzo terminado, el edificio construido,
son superiores a la masa de piedra y A los colors en pasta. Pero
el edificio puede estar bien 6 mal construido, el cuadro mejor 6
peor pintado, la idea puede expresarse ramplona 6 bellamente.
Si el arquitecto, el pintor, el que habla, desconocen las reglas de
sus artes respectivas, casi puede asegurarse de antemano que sus
obras distarAn de ser bellas. Los ((burros flautistasn van siendo
cada dia mAs raros.
La oraci6n, un discurso, se presentan A nuestros ojos como
un edilicio que, salido de experts manos, sero un grandiose mo-
numento; si de manos torpes, una choza vulgar. Para que el arqui-
tecto levante una hermosa cathedral 6 un suntuoso palacio, es me-
nester que de antemano sepa las leyes de la geometria; que no
desconozca ni el peso ni la resistencia de los materials; que no
ignore el modo de combinarlos para que su enlace proporcione
seguridad y esbeltez a la obra. Para que un quimico, un mero
farmaceutico, invented un compuesto, necesario es que previa-
mente conozca, en sus menores detalles, el valor de los sim-
ples.
Ahora bien; la oraci6n, el discurso iqu6 son sino grandiosos
compuestos de simples, bien 6 mal trabados, segun sean los co-
HRVISTA DE LA UNIVEI:SIDAD DE IIUENO, AIRES TOMO V 3:







REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


nocimientos del manipulador? iQu6 sino edificios peor 6 mejor
construidos, segfin sea la pericia t6cnica del arquitecto?
Si dejando similes a un lado, nos fijamos pura y simplemente
en el lenguaje, A poco que reflexionemos con serenidad, nos con-
venceremos de que cada idioma tiene su carActer distintivo que
se encierra en su morfologia peculiar, en su 16xico y en su fonetica,
elements 6stos que debemos estudiar, por medio de reglas, en
la gramAtica.
Cierto que en la actualidad hay en el studio de este arte una
bien definida tendencia sint6tica: no pasa dia sin que algan gra-
mAtico de nota, no se rebele contra caprichosas subdivisions
que, si pueden halagar al analitico, fatigan al estudiante, embara-
zandole y estorbandole en su camino; mas cierto es tambi6n, que
una cosa es la gramatica y otra la ret6rica, y que sera siempre
expuesto A error pretender ensefar el cAlculo infinitesimal a
quien no domine algo mAs que medianamente las matemAticas.
El hablar bien, el escribir bien, don es del cielo, como lo son
el pintar, el esculpir, el modelar bien. Se nace con predisposicidn
particular para tal 6 cual arte, pero esta predisposicion suele ma-
lograrse, no pocas veces, por abominar de las reglas que pueden
pulirla y abrillantarla. Lo de que ((el poeta nace y el orador se
bace), no pasa de la categoria de frase: el poeta, como el orador,
como el pintor, como el masico, etc., nacen y se hacen. Al talent
natural hay que agregar el studio de las reglas y de los models.
Decimos de las reglas y de los models, aunque aquellas sean
la 16gica consecuencia de 6stos, porque en unas veremos lo que
no debemos hacer y en otros el resultado de lo que se ha hecho.
La fusion de lo negative y de lo positive nos darA el dominio de
un arte cualquiera.
Acontece con esto de la gramAtica algo digno de llamar la
atencion de cuantos gustan averiguar el por qu6 de las cosas. Se
tilda una palabra, una frase, y ya se tiene preparada la respuesta
dlo fundamental es la idea; la palabra es a lo sumo un signo 6 so-
nido conventional, que por lo mismo puede variarse Avoluntad,.
Hagasele entender al que asi razona, que las palabras son parties
constitutivas de un gran caudal heredado que no debemos dilapi-
dar; que las voces tienen su historic y su valor precise, exact,
impuesto por radicales, raices, flexiones y desinencias, y que es
irreverente, sino criminal, que alguien, por su sola voluntad,








EL PLEITO DEL LENGUAJE


quiera anular valores y horrar histories; que asi como on el irato
de gentes cultas hay leyes sociales que nadie puede barrenar, so
pena de sentar plaza de mal educado, asi al hablar y al escribir
debemos sujetarnos A ciertas leyes impuestas por la gramatica y
la ret6rica, si no queremos que se nos tache de ignorantes.
Es una verdad, por desgracia evidence, que los detractors de
los studios gramaticales son los que aporrean el native idioma;
como otra verdad aparece tambi6n bastante clara, y es que hay
quien gusta del analisis y quien de la sintesis. GramAticos no les
hay, pero aficionados A gramatica si, que pretenden desterrar el
andlisis de la enseinanza, como existen aficionados para quienes
toda la ensenanza se reduce A la mecAnica repetici6n de reglas,
definiciones y excepciones. Unos quieren ir de lo compuesto a lo
simple; otros se contentan con el conocimiento de la material
prima.
QuizAs, extremando el concept, haya mas logica en 6stos que
en aquellos, ya que dstos enseflarin gramAtica, que es de lo que
se trata; los otros barbechearan en los campos de la retorica, se-
gunda etapa en los esludios del lenguaje.
Mas huyendo de exiremos, que mal se avienen con la serenidad
del que debe ensefar, encerrariamos la manifestaci6n de estas
ideas en los siguientes puntos:
1.0 Una cosa es la gramAtica y otra la ret6rica;
2.o Huyamos de la frialdad de la definici6n pero esforc6monos
en dar a conocer el valor de los simples;
3.0 Sin gramAtica y sin lexico no hay idioma;
4." No hay arte sin reglas;
5. Las reglas gramaticales no nos trocaran en oradores, ni si-
quiera en hablistas, pero nos advertiran lo que no debemos decir
para no caer en ridicule;
6.0 Para hablar bien es menester amoldarse a los cAnones de
la gramAtica; y
7.u Dios le d6 A la Superioridad buena manderecha para en-
carrilar por segura via los hartos descuidados studios gramati-
cales.
R. MONNER SANS.












GENERALIZACION DE UN TEOREMA DE TUCKER


Cuando dos triangulos son homol6gicos, las seis interseccio-
nes de los lados no hom6logos pertenecen A una misma c6nica,
porque el eje de homologia es evidentemente la recta de Pascal
del exAgono correspondiente.
Igual cosa sucede naturalmente cuando los triangulos son
homot6ticos. Este caso particular especialmente interesante es el
que vamos A considerar. Para poner de manifiesto las propie-
dades de la c6nica resultante, estableceremos su ecuaci6n en
coordenadas trilineales:
Sean (, y) las coor-
A
denadas del centro P de
homotecia, y:

(a+k)x +by +cz=o
c ax+(b+k')y+cz=o
y' ax+by+(c+k")z=o

las ecuaciones de B'C',
B A' C', A' B'. Como estas
rectas se cortan dos A dos sobre las rectas


result


PA yy--zp=o
PB xy--z =o
PC x -ya= o


b + k' c
b c + k" =o
Y -P






GENERALIZACION DE UN TEOREMA DE TUCKER


y otras dos determinantes anAlogas que conducen las igualdades:
k a = k' p = k" = m
Por consiguiente, las ecuaciones de los lados de A' B' C' pue-
den ponerse bajo la forma:

B'C (a + x+by+cz=o
A'C' ax+ b+ )y+cz=o
A'B' ax+by+ cc+ zm =o

y los puntos A,, A,, B,, B2, C C L, Lienen respectivamente por
coordenadas:

( a+m a+_m\
A, 1, o) A,= (- o, --

S b+ m \ bb m
B o,-- 1, b B2 = o) ,

C,c= o, ,- C,= o, + 1

Por medio de las determinanles se comprueba fAcilmente que
estos seis puntos pertenecen A una c6nica cuya ecuaci6n es:

= ax2 (a + + by2 (b + + cz (c + )

+yz[bc+(b+ ')(c ]+ xz[ac+(a+m)(c+)I1
+xy[ab+ (a + ) (a )]=o

Por otra parte, las ecuaciones de las reclas A P,, B P., C P,,
conjugadas arm6nicas de A P, B P, C P, con respect A los lados
del triAngulo fundamental, son:
AP, y+ z-=o
P,P xy+za=o
CP, x + y =o

La ecuaci6n general de las c6nicas circunscritas es:


Mx+ Nxz+ Pyz=o






REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


Si una c6nica circunscrita W es langente A A P,, B P,, C P,, se
tendrl:

S-My Nz = yy zp

-= Mx + Pz= xy + za

-= Nx Py= xp + y
az

es decir:
P= N= M y

Por consiguiente, si las c6nicas 1, y v son homot6ticas, se
tendrd una relaci6n de la forma siguiente:

- =-yz 13xz + yxy + (ax + by + cz)(Aox + Boy + Cz)

Ahora bien, si se hace:

A,,=a+ 1 Bo Co =c+

la relaci6n antedicha estar' satisfecha siempre que:

m = aly

lo cual podra suceder en cualquier caso, si se elige conveniente-
mente las coordenadas relanlias de P. En efecto, a, p, Y, son sola-
mente numeros proporcionales a las coordenadas absolutas de P,
y habrA siempre un coeficiente de proporcionalidad, tal que
m2 = aP Y.
Por consiguiente, queda demostrado el siguiente
TEOREMA. -Los puntos de intersecci6n de los lados no homdlo-
gos de dos tridngulos A B C, A' B' C', homoteticos con respect a
un punto P, determinan una c6nica homotetica con la c6nica cir-
cunscrita d A B C, cuyas tangentes en A, B, C, son respectivamente
las conjugadas arm6nicas de las reclas A P, B P, C P.
En particular, si P es el punto de Lemoine, centro de las sime-
dianas (sim6tricas de las medianas con respect A las bisectrices),
se comprueba facilmente que la c6nica 4 se confunde con la cir-
cunferencia circunscrita y se obtiene el teorema de Tucker:
Si dos tridngulos son homoteticos con respect d su punto de
Lemoine, las seis intersecciones de los lados no hom6logos esldn so-
bre una misma circunferencia.
















GENERALIZACI6N DE UN TEOREMA DE TUCKER 39

Los lectores familiarizados con la (eometria del TriAngulo
demostraran tambien sin dificultad que:
Si dos tridngulos son homoteticos can respect d su centro de
gravedad, las seis intersecciones de los lados no homdlogos estan sobre
una elipse homotdlica con la de Steiner.
Si dos tridngulos son congruentes con respect al reciproco de su
punto de Steiner, las seis intersecciones de los lados no homdlogos
estdn sobre una hiperbola equildtera homotltica con la de Kieperl.

P. DE LEPINEY.
Inspeclor de ensefiouza secundaria.












NECROLOGiA


MITRE QUINTANA BERRA




El Teniente General D. Bartolom6 Mitre, era Acad6mico hono-
rario de las Facultades de Derecho y Ciencias Sociales, y de Filo-
sofia y Letras.
El Dr. D. Manuel Quintana, fue Profesor de Derecho Civil y
Rector de la antigua Universidad provincial de Buenos Aires (1),
Acad6mico titular, fundador, y despu6s Acad6mico honorario de
la Facultad de Filosofia y Letras en la Universidad Nacional.
Los dos fueron eminentes politicos, a la par que hombres de
letras. La Universidad ha perdido en ellos dos hombres que la
honraban aunque no participaran de sus tareas activas. El uno,
de fama universal, figure en primer linea entire los fundadores
de nuestro derecho public, con los principios y con la acci6n de
una larga vida consagrada por entero a la ciencia y a la patria.
Fue A la vez el gran historiador de la independencia argentina y
de la emancipaci6n sudamericana. Solaz de su vida de trabajador
fecundo 6 infatigable, fueron las letras, miradas con desden por
los espiritus estrechos y superficiales, y trabajadas por 61 con la
intensidad de studio que le llev6 hasta vertir al castellano los
tercetos formidable del poeta de Francesca y de Ugolino, y el im-
perecedero monument de Horacio, "ums duradero que el bronco.
El segundo se distingui6 y sobresalid como jurisconsulto, y
mis que todo, en su tiempo, por sus elevadisimas dotes de orador

(1) Fud elegido Reclor en Asamblea de 12 de Junio de 1877, v en 26 de Marzo de 1878, se
declare que el nombramiento era por cuatro afios. Su renuncia del cargo f'u acep(ada en Asan-
blea de 5 de Marzo de 1881, eligiCndose para remcplazarlo al Dr. N. Avellaneda.










NECROLOGIA


parlamentario. Cultor de la palabra limpida y pura, que express
el pensamiento con la claridad del cristal, tenia todo lo que nece-
sila el hombre de Estado: el intimo conocimiento de las institu-
ciones juridicas y la forma para transmitir 6 imponer su pensa-
miento. Sirvio al pais en el foro, en la catedra, en el parlamenlo,
en la diplomacia y en el gobierno, y le sorprendid la muerte con
las mAs elevadas insignias posibles en una democracia semiaris-
ocrdtica.
Junto A tales colaboradores ya alejados de la actividad uni-
versitaria, ha partido el Dr. D. Francisco A. Berra, obrero de
la misma en plena labor docente. Pocos dias antes de su falle-
cimiento, cumplia sus deberes reglamentarios de Profesor de Cien-
cia de la Educaci6n en la Facultad de Filosofia y Letras, enviando
al Decano los temas para exAmenes generals y de tesis; y es
sabido en qud estado precario se hallaba su salud y como se con-
taban ya breves los tltimos dias de su existencia.
El Dr. Berra ha sido uno de esos hombres excepcionales que
trazan desde muy temprano el program de su existencia y lo re-
corren con la inflexibilidad de una line recta. Comprendi6 como
algunos pocos do nuestros grandes estadistas todo el valor de la
instrucci6n public en la realizacidn de los grandes ideales de una
sociedad libre, y les consagr6 una existencia entera en todas la
formas de su inteligencia y la ejemplar energia y rectitud de su
character. Para los que conciben el maestro que no sdlo instruye
sino que educa, el Dr. Berra es un modelo y un ejemplo: la hon-
radez de su conduct, la austeridad de su vida, la supreme devo-
cion al deber impuesto A si mismo por la propia raz6n y cumplido
por el propio sometimiento voluntario, la sinceridad de todas sus
convicciones y de su ensenanza, le iluminan con la aureola de un
apostolado cumplido hasta el postrer moment.












ACTS Y DOCUMENTS OFICIALES


CONSEJO SUPERIOI1


MEMORIAL DEL SENOR RECTOR AL MINISTRY DE INSTRUCTION PLBLICA


Buenos Aires, Febrero 24 de 1906.

A S. E. el Seior Ministro de Justicia e Instrucci6n Pzblica,
Dr. Joaquin V. Gonzalez.

Tengo el honor de elevar a V. E. la memorial de la Universidad
correspondiente al afio 1905.
Aparte de los des6rdenes ocurridos en la Facultad de Ciencias
Medicas, que motivaron su clausura, ninglin otro incident ha ve-
nido a turbar la march regular de la Universidad.
De algOn tiempo a esta parte se nota en los estudiantes un es-
piritu de rebeli6n que se manifiesta por actos de violencia contra
las autoridades de las Facultades, tomandose por pretexto cual-
quier acto de ellas, que pueda contrariar sus simpatias 6 sus pre-
tensiones.
Se iniciaron los des6rdenes porque la Falcultad de Ciencias
Medicas no 'ncluy6 en la terna para la provision de la catedra de
Clinica Medica, vacant por fallecimiento del Dr. Chaves, al pro-
fesor de Higiene Ptblica Dr. D. Julio Mindez, y continuaron con
mayor agravaci6n porque la misma Facultad adopt una resolu-
ci6n sobre clasificaciones de examenes que no era del agrado de
algunos estudiantes.
Tales actos, sin embargo, entraban en las atribuciones de la







ACTOS Y DOCUMENTS OFICIALES


Facultad de Ciencias M6dicas, y aun cuando pudieran prestarse
a critical, jams debieron dar lugar & escenas de violencia contra
el Sr. Decano de la Facultad y algunos de sus acad6micos y pro-
fesores, ni d que se desconociera la constituci6n legal de la Aca-
demia y su autoridad moral.
La rebeli6n y la violencia no son medios de reparar errors,
en el supuesto de haber sido cometidos; sdlo sirven para quebran-
tar el orden y la discipline esenciales en los institutes de ense-
fianza.
Se imponia entonces la media de clausurar la Facultad hasta
que se restableciera el orden y desapareciera todo peligro de
nuevos disturbios y en esta convicci6n el Consejo Superior no
trepid6 un moment en aprobar aquella media propuesta por la
Facultad. Algunos profesores titulares y suplentes y vaiios emplea-
dos, en solicitud dirigida al Consejo Superior, desconocieron la
autoridad legal y moral de la Facultad, y el Consejo Superior la
apoy6 tambidn en su resolucion de pedir A V. E. la destituci6n de
los titulares y en decretar por si la do los suplentes y empleados.
No era possible soportar semejantes desmanes.
Es de esperar que los estudiantes, convencidos de la ilegalidad
de los medios que emplearon para manifestar su descontento y
apercibidos de que son ellos los verdaderos perjudicados con la
actitud que asumieron, desistan de continuarla y faciliten con el
mantenimiento de la disiplina la apertura de la Facultad, y con
ella la posibilidad de completar sus cursos y dar sus exmmenes.





Como en 28 de este mes debe terminar mi period de Rector,
el Consejo Superior convoc6 A la Asamblea Universitaria para la
elecci6n del Acad6mico que habia de reemplazarme.
En 26 de Diciembre pr6ximo pasado la Asamblea se reuni6 y
eligi6 por mayoria absolute de votos al Senor Acad6mico de la
Facultad de Ciencias M6dicas Dr. Eufemio Uballes, quien se reci-
bird del rectorado el 1.0 de Marzo prdximo.
Dejo el cargo despues de mas de veinte afios en que por pri-
mera vez entr gA desempenarlo como sucesor del ilustre Dr. Ave-
Ilaneda.







REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS A[RES


En este largo period de tiempo se dicto la ley orgAnica de la
Universidad, se redactaron los Estatutos, que afin rigen, y todas
las ordenanzas reglamentarias; se empez6 la publicacidn de Los
Anales; encabezAndose su primer nfimero con la historic de la
Universidad redactada por el Secretario y el Prosecretario doctors
N. Pinero y E. L. Bidan, y se cre6 la Facultad de Filosofia y Le-
tras.
Seiscientos seis alumnos tenian en 1885 las tres Facultades
existentes; hoy la Universidad es concurrida por tres mil quinien-
Los quince; cuarenta y ocho profesores daban la enselnanza en
aquel ano; hoy la dan ciento cuarenta y dos.
La Facultad de Ciencias Medicas s6lo tenia un Instituto, el de
Histologia y Anatomia Patol6gica; hoy Liene cuatro, el de Anato-
mia Normal y Medicina Operatoria, el de Biologia, el de Anato-
mia Potologica y Bacterioldgica y el de Higiene experimental;
tiene ademas seis laboratories, el de Histologia normal, el de Qui-
mica general, el de Patologia general, el de Psiquiatria, el de
Toxicologia experimental y el central del Hospital de Clinicas; se
han creado tambi6n dos escuelas, la de Odontologia y la de Par-
teras, esta iltima con dos maternidades, una en aquel hospital y
otra en el de San Roque.
La ensefanza de la Farmacia, encomendada antes a un solo
professor, hoy esta a cargo de nueve, formando una escuela verda-
deramente cientifica.
La misma Facultad, alojada antes en una estrecha casa, ocupa
hoy ese extenso edificio, el cual serA completado en breve por el
que se construye con destino A la Escuela prActica y a la Morgue.
La Facultad de Ciencias Exactas, Fisicas y Naturales, que antes
no tenia mas que un laboratorio de Quimica y uno de Fisica, hoy
tiene, ademas de esos, el de Iistoria Natural y el de Ensayo de
Materiales y los gabinetes de Ferrocarriles, MecAnica y Maquinas,
Construcciones, Arquitectura y Topografia y Geodesia.
La ensenanza practice de las ciencias ha torado por este
medio un gran desarrollo; las Facultades de Ciencias Medicas y de
Ciencias Exactas, Fisicas y Naturales no se limitan A former profe-
sionales, forman tambi6n hombres de ciencia con la instrucci6n
necesaria para seguirla en su desenvolvimiento creciente y "pre-
paran los espiritus para tomar parte en la tarea de ensanchar los
limits de la ciencian.







ACTOS Y DOCUMENTS OFICIALES


El Exmo. Sr. President de la Repbblica y V. E. ban hecho
justicia A esas Facultades al decir en el mensaje al Honorable
Congress de 15 de Agoslo pr6ximo pasado, que ellas, ((por la adop-
cidn y cultivo creciente de los sistemas experimentales, han alcan-
zado tan alto nivel de prosperidad que constituyen par a la Repi-
blica un motivo legitimo de satisfacci6n,.
La Facultad de Ciencias Exactas, Fisicas y Naturales, alojada
en un local estrecho y homedo, hoy tiene grandes salones para
sus laboratories y aulas de dibujo, costeados con el fondo univer-
sitario; actualmente se propone completar su edificio con arreglo
A los pianos aprobados por V. E., contando con la ayuda pecunia-
ria de la Nacion.
La Facultad de Derecho y Ciencias Sociales adquirid, tambikn
con el fondo universitario, un terreno destinado A su nuevo edifi-
cio, pero las dificultades que se le han opuesto para la cesi6n de
la fracci6n de terreno lindera con la adquirida y que pertenece A
la Naci6n, le ban hecho impossible su construcci6n; pienso que
debe decidirse A levantarlo en el mismo terreno que ocupa, per-
mulando el que adquiri6 por uno municipal contiguo.
En el period de tiempo A que me vengo refiriendo, la Facul-
tad construy6 un gran sal6n para su biblioteca, que hoy tiene mas
de doce mil volomenes y que puede reputarse como una de las
mejores de la America del Sud en obras de derecho.
No puede desconocerse el desarrollo que ha dado A la ense-
nanza en estos iltimos veinte afos, si se consider que en 1885
tenia un solo professor de Derecho Civil, uno de Internacional,
uno de Rorano, uno de Penal y Comercial, uno de Constitucio-
nal y Administrativo y uno de Procedimientos, y hoy tiene cuatro
de Civil; la cAtedra de Internacional, fue dividida en dos, una de
International Publico y otra de Internacional Privado, que antes
no se enseiaba; la de Penal fu6 separada de la de Comercial, que
hoy tiene dos profesores; la de Constitucional tiene hoy un profe-
sor, y la de Administrativo, que antes no se ensefaba, tiene otro;
la de Romano y la de Procedimientos tienen dos profesores cada
una y se han creado ademAs la de Legislaci6n de Minas y Rural y
la de Finanzas.
No dudo de que ha podido darse mayor extension al studio
de las ciencias sociales y de que la ensefianza de ciertas materials
podria ser mejorada con la reorganizaci6n de algunos de los pro-






REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


gramas; pero es evidence que los profesores se preocupan de en-
sefiar sin limitarse al comentario literal de los textos y que en la
explicaci6n de las ciencias que ensefan, no olvidan nuestra his-
Loria, nuestros antecedentes legales ni el origen de nuestras insti-
tuciones, acentuAndose cada vez mAs la tendencia de nacionalizar
la ensefanza.
La Facultad de Derecho y Ciencias Sociales, ha tenido maes-
tros eximios que ha sido dificil reemplazar, pero los nuevos tie-
nen present el ejemplo de los que les precedieron y seguramente
han de esforzarse en imitarlos poniendo todo empeno en hacerse
dignos sucesores de aquellos.
La Facultad de Filosofia y Letras, creada por la Asamblea
Universitaria A mi iniciativa, progress rapidamente bajo la inteli-
gente direcci6n de su Decano el Dr. Norberto Piflero.
No se limita A cultivar letras y ciencias de caracter universal,
cultiva tambi6n las de character exclusive del pais, a cuyo efecto
prepare materials para el studio de nuestra historic y de nues-
tro suelo y tiene ya en adelantada formaci6n un museo etno-
grAlico.
El movimiento universitario modern no le es desconocido
porque con sus catedras de Antropologia, de Sociologia y de
Arqueologia Americana, demuestra claramente sus tendencies A
seguir aquel movimiento.
Debe ser honroso para ella y para la Facultad de Derecho y
Ciencias Sociales, que V. E., al proponerse former un nuevo tipo
de Universidad en que se d6 una ensenanza complete de las altas
ciencias, haya elegido para profesores de esa ensenanza A los
mismos que la dan en ella 6 que la han dado en la Facultad de
Derecho y Ciencias Sociales.
En la part administrative no han sido menores los progress
realizados.
El Consejo Superior reglament6 la contabilidad de la Univer-
sidad, y un empleado, con el titulo de Contador-tesorero, es ei
encargado de cobrar los derechos universitarios con la intervene
ci6n de la Secretaria y de las Facultades.
El fondo universitario, que en 1885 era de # % 38.029,42, as-
cendi6 a un million de pesos en el afno pasado y hoy se halla redu-
cido a 840.300, porque ha sido necesario vender titulos para cu
brir el deficit del presupuesto anterior.






ACTOS Y DOCUMENTS OFICIALES


Con el fondo universitario en eslos Oltimos veinte anos, decia
en mi memorial de 1902, la Facultad de Derecho y Ciencias Socia
les, compr6 en # 140.000, un terreno para el edificio que proyecta
constrlir; la Facultad de Medicina amuebl6 su nueva casa, dot6
de iitiles 6 instruments A sus laboratories y gabinetes, y en el
afo pasado ha levantado nuevas salas en el Hospital de Clinicas,
invirtiendo en ellas y en las reparaciones del mismo hospital,
# 75.000; la Facultad de Ciencias Exactas, Fisicas y Naturales, ha
construido una gran parte de su nuevo edificio que le ha permi-
tido instalar en salones espaciosos sus laboratories de Quimica,
su gabinete de Resistencia de materials y sus aulas de dibujo.
Hace honor a la Universidad este nuevo edificio, no solamente
por su elegancia, comodidad y solidez, sino tambien por la several
economic con que ha sido construido y porque todo su precio ha
sido pagado con fondos universitarios, sin haberse ocurrido al
Gobierno Nacional por un solo peso de sus rentas, no obstante
que la cantidad invertida ha ascendido A $ 175.000.
Desde 1900, la Universidad costea con sus rentas una gran
part de sus gastos, porque la subvenci6n de $ 600.000 al afo,
que le da la ley de presupuesto, esta muy distant de cubrirlos.
En efecto, para llenar el presupuesto de la Universidad en 1900,
tuvo asta que abonar de sus rentas la cantidad de $ 383.796,06, y
para cubrir el de 1901, la cantidad de # 573.580,11 %.
En este aflo, el presupuesto es de $ 1.193.720, de suerte que
$ 593.720, deberAn ser abonados con rentas de la Universidad.
De esta Oltima cantidad, $ 100.000, fueron destinados a la
construcci6n de la Escuela Practica de Medicina.
En 1903 el presupuesto ascendid A $ 995.500, y fu6 cubierto con
S395.000 del fondo universitario; en 1904 ascendi6 A $ 1.050.900,
de los cuales # 450.900, fueron pagados con el fondo universitario;
en 1905 el presupuesto alcanz6 a $ 1.343.460 y para cubrirlo hubo
que invertir # 743.460, del fondo universitario.
Si los gastos de la Universidad hubieran sido atendidos con
las rentas generals, podria tener hoy un fondo en titulos de mas
de cuatro millones, que le producirian una renta annual de 200.000
pesos.
No pretend atribuirme el honor de los progress realizados
en los fltimos veinte anos, pero puedo asegurar a V. E. sin temor
de ser contradicho, que he prestado siempre mi mAs decidido







REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


apoyo a todas las iniciativas de las facultades que han tendido A
mejorar la ensefianza, que me he preocupado siempre del mante-
nimiento del orden y de la discipline en la instituci6n y que en la
parte administrative que directamente me estaba confiada he
trabajado por former el fondo universitario, sin desatender los
intereses de las Facultades.
Desgraciadamente ese fondo acumulado durante veinte alios
desaparecerd, si V. E. no obtiene que la subvenci6n national se
fije en 900.000 pesos por lo menos.
Si la Naci6n costea todos los gastos A la Universidad de C6r-
doba y se propone costearlos A la de nueva creaci6n en La Plata,
,por qu6 no ha de dar A la de Buenos Aires por lo menos las dos
terceras parties de esos mismos gastos?
No es possible ni just aumentar los derechos que pagan los
estudiantes de esta Universidad; hoy son elevados y muy supe-
riores A los que pagan los de las otras universidades; un nuevo
aumento traeria justas protests, que es menester evitar.
Ni es possible tampoco diminuir los gastos, porque la ense-
flanza quedaria afectada por las economies que llegaran A ha-
cerse.
El sueldo de los profesores y empleados no puede ser inferior
al que hoy tienen. La unica soluci6n verdaderameite just estA
en el aumento de la subvenci6n 6 en la eliminaci6n del Hospital
de Clinicas y de las Maternidades en el presupuesto de la Univer-
sidad; sin los gastos que esos establecimientos exigen, ella podria
sostenerse con la subvenci6n actual, los derechos universitarios
y la renta de sus titulos.





Celebr6 el Consejo Superior 16 sesiones ordinarias y 4 extra-
ordinarias.





El Balance General adjunto informa del movimiento de fondos
habido en el aro hasta el 31 de Diciembre Oltimo.






ACTOS Y DOCUMENTS OFICIALES


PERSONAL ACADEMIC

En el personal acad6mico, la Universidad ha tenido causa es-
pecial para asociarse al duelo public, motivado por el falleci-
miento del Sr. Teniente General D. Bartolom6 Mitre, pues el
extinto honraba A la instituci6n como Academico Honorario de
las Facultades de Derecho y Ciencias Sociales y de Filosofia y
Letras.
AdemAs de 6sta, la Universidad ha experimentado tres p6rdi-
das dolorosas con el fallecimiento del Dr. Miguel Cane, Acade-
mico de la Facultad de Filosofia y Letras, del Dr. Gregorio N.
Chaves, Acad6mico de la de Ciencias Medicas, y del Ingeniero
Juan Pirovano, de la de Ciencias Exactas, Fisicas y Naturales.



Se incorporaron al Consejo Superior como delegados:
De la Facultad de Filosofia y Letras, el Acad6mico Dr. Miguel
Can6, en reemplazo del Dr. Indalecio G6mez que renunci6, y sus-
tituyendo al Dr. Cane, el Academico Dr. Jos6 M. Ramos Mejia;
De la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales el Acad6mico
Dr. Baldomero Llerena, en reemplazo del Acad6mico Dr. Benja-
min Victorica; y, en calidad de suplente en reemplazo del Dr. Lle-
rena, el Acad6mico Dr. Jose Nicolas Matienzo;
De la Facultad de Ciencias M6dicas, el Acad6mico Dr. Jos6 T.
Baca, en reemplazo del Acad6mico Dr. Enrique E. del Arca, que
termin6 su period.



Fueron elegidos Acad6micos honorarios:
Por la Facultad de Filosofia y Letras, el Dr. Indalecio G6mez;
Por la de Derecho y Ciencias Sociales, el Dr. Jos6 E. Uriburu;
Por la de Ciencias M6dicas, los Dres. Leopoldo Montes de Oca
y Juan R. FernAndez;
Y por la de Ciencias Exactas, Fisicas y Naturales, el Ingeniero
D. Guillermo White.


IIEVISTA DE l.A UNIVEIISDAD DE HUENOS AIIIES T)III \%







REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


Fueron elegidos Acad6micos:
Por la FaculLad de Filosofia y Letras, los Dres. Juan A. Garcia
(hijo) y Antonio Bermejo, en reemplazo de los Dres. Indalecio G6-
mez y Lorenzo Anad6n, que renunciaron.
El Dr. Bermejo no aceptd la designacidn y en su reemplazo y
en el del Dr. Miguel Can6, que falleci6, como ya dije, los docto-
res Luis M. Drago y Roque Saenz Pefla.
Por la de Derecho y Ciencias Sociales, los Dres. Angel S. Pi-
zarro, Estanislao S. Zeballos y Ernesto Quesada, en reeniplazo.
respectivamente, de los Dres. Bernardino Bilbao, Joaquin V. Gon-
zAlez y Jos6 Evaristo Uriburu. que renunciaron; los Dres. Fran-
cisco Canale y Ernesto Weigel Mufloz, como suplentes primero y
luego como titulares, y finalmente, elDr. Eduardo L. Bidau, como
suplente.
Por la de Ciencias Medicas, el Dr. Enrique Basterrica, por fa-
llecimiento del Acad6mico Dr. Gregorio N. Chaves, el Dr. Jos6
Maria Ramos Mejia en reemplazo del Dr. Leopoldo Montes de Oca
que renuncid y el Dr. Antonio C. Gandolfo en reemplazo del Doc-
tor Juan R. FernAndez, que tambidn renunci6.
Por la de Ciencias Exactas, Fisicas y Naturales, el Dr. Angel
Gallardo por fallecimiento del Ingeniero Juan Pirovano y el Inge-
niero JuliAn Romero, en reemplazo del Ingeniero Guillermo White,
que renunci6.





La Facultad de Derecho y Ciencias Sociales eligid Decano al
Acad6mico Dr. Wenceslao Escalante y Vicedecano al Acad6mico
Dr. Juan M. Garro, y la de Filosofia y Letras, para el mismo
cargo, al Academico Dr. Estanislao S. Zeballos.



PERSONAL DOCENTE


El Poder Ejecutivo ha nombrado de las ternas aprobadas por
el Consejo Superior, que le fueron elevadas oportunamente, los
siguientes profesores titulares:






.ACTOS Y DOCUMENTS OFICIALES


Para la Facultad de Filosofia y Letras:

Al Dr. Florentino Ameghino, de Antropologia;
al Dr. Francisco Capello, de Griego.
al Dr. Juan Agustin Garcia (hijo), de Historia Universal:
al Dr. Roberto Lehmann Nitsche, de Antropologia:
al Dr. Camilo Morel. de Estltica y Literatura General;
y al Dr. Calixto Oyuela, de Literatura Espanola.


Par a la Facullad de Derecho y Ciencias Sociales:

Al Dr. Carlos Oclavio Bunge, de Introducci6n al Derecho;
al Dr. R6mulo Etcheverry, de Derecho Civil;
al Dr. Jose Galiano, de Derecho Civil;
al Dr. Eleodoro Lobos, de Legislaci6n de Minas y Derecho
Rural;
y ai Dr. Lisandro Segovia, de Derecho Comercial.


Para la facullad de Ciencias Medicas:

Al Dr. Ignacio Allende, de Clinica Medica;
al Dr. Pedro Benedit, de Clinica Genito-urinaria;
al Dr. Francisco Barraza, de Quimica organica;
al Dr. Angel Gallardo, de Zoologia general, Anatomia y Fisio-
logia comparadas.
al Dr. Julio J. Gatti, de Fisica farmaceutica;
y al D:-. Pascual Palma, de Clinica Quirirgica.


Para la Facultad de Ciencias Exactas, Fisicas y Aaturales:

Al Ingeniero Eduardo Latzina, de Reguladores, turbines y ma-
quinas agricolas.





De acuerdo con el articulo 36, inciso 4. de los Estatutos, las
Facultades han nombrado los siguientes profesores suplentes:








REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


La de Filosofia y Letras:

Al Dr. Ricardo Cranwell, de Latin;
al Dr. Enrique E. Rivarola, de Est6tica y Literatura General.


La de Derecho y Ciencias Sociales:

Al Dr. Carlos Alfredo Becd, de Derecho Internacional Pablico;
al Dr. Juan Angel Figueroa, de Derecho Civil;
al Dr. Jos6 Galiano, de Derecho Romano;
al Dr. Amadeo Gras, de Filosofia General;
al Dr. Hector Julianez, de Derecho Comercial;
al Dr. Vicente Fidel L6pez, de Derecho Administrativo;
al Dr. R6mulo J. Na6n, de Derecho Constitucional;
al Dr. Juan Martin de la Serna, de Economia Politica;
al Dr. Matias SAnchez Sorondo, de Legislacidn de Minas y De-
recho Rural;
y al Dr. Jos6 Le6n JuArez, de Derecho Internacional Puiblico.


La de Ciencias Midicas:

Al Dr. Luis Agote, de Clinica M6dica;
al Dr. Alois Bachmann, de Patologia General;
al Dr. Julio G. FernAndez, de Histologia Normal;
al Dr. Marcelino Herrera Vegas, de Patologia Externa;
y al Dr. Manuel A. Santas, de Semiologia y Ejercicios Clinicos.


La de Ciencias Exactas, Fisicas y Naturales:

Al Ingeniero Luis A. Curutchet, de Caminos ordinarios y En-
sayos de Materiales;
al Sr. Julio J. Gatti, de Quimica Analitica;
al Sr. Reinaldo Giudice, de Dibujo de Figura;
al Sr. Eduardo Le Monnier, de Arquitectura;
al Ingeniero Evaristo V. Moreno, de Mecanismos y Construc-
ci6n de MAquinas;
al Ingeniero Pablo Nogu6s, de Tecnologia del calor.







ACTOS Y DOCUMENTS OFICIALES


ESTUDIANTES



El nimero de alumnos inscriptos en las Facultades fue de 3515,
correspondiendo A la Facultad de Filosofia y Letras, 97; A la de
Derecho y Ciencias Sociales, 874; A la de Ciencias M6dicas, 1953;
y a la de Ciencias Exactas, Fisicas y Naturales, 591.







La distribucion gradual de dichos alumnos es la siguiente:



FACULTAD DE FILOSOFIA Y LETRAS



I." afo ...... ........................ 47
2.0 .............................. 18
3." ) .............................. 14
4." ............................... 8
5. ) ............................... 1 0

Total ........ 97



FACULTAD DE DERECHO Y CIENCIAS SOCIALES


1."e aflo ................ .......... 186
2. ) ............................... 218
3.er ............................... 151
4.0 ... .............. ..... 135
5." .)..... .......... ... .... .. 94
6 ." ,, ............................... 90


Total..........








REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


FACULTAD DE CIENCIAS MEDICAL


a) Medicine.


afto .......................

S . . .. . .. . .. . . ...

) . . . . . . . . . . .

) ......................

................... ....

S................... ....

. . . . . . .


b) Farmacia.


1." afo. .....................

2.0 ..... ....... ....

3 ." .... ..... ........ .. ....


c) Odontologia.


i.er afo ....... ..............

2.0 ............... .... .





d) Obstetricia.



J.er afio ............ .......

2.0 ... ...... .....


33

13


18

18


Total..........







ACTOS Y DOCUMENTS OUIICIALEs


FACULTAD DE CIENCIAS EXACTAS, FISICAS Y NATURALES



a) InUenieria Civil.


1.r ano ......... ............. 110
2. .................. ... 68
3.r ............ ........... 53
4. n ...... ...... ....... 52
5. ,,...... .............. 41
6. ., .............. ....... 22

349

b) Ingenieria Mecdnica.

1." afr o................. ..... 47
2. .................... 15
3. r 1...........15
3."' ....................... 18

5.0 .. .......... ... ...... 2

87

c) Arquitectura.

1.". ano. ...................... 20
2 . > ...................... 16
3."r ..................... 10
4. .................. . .. 7
5.0 ....................... 1

64

d) Agrimensura.

1." ano....................... 5
2. ........................ 11
3." ....................... 10







REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


e) Doctorado en Quimica.

1." aflo ....................... 24
2." ... .... .............. 15
3.er 8.
3."0 ....... ............... 6

5.0 ....... ............... 5

58

f) Doctorado en Ciencias Naturales.

1." a o .......................... 3
2. .. ........... .......... 2



g) Doctorado en Ciencias Fisicas y Malemciicas.

1.er alfno....................... 1
2. )) .................. .... .

2

Total... ...... 591




EXAMENES



V. E. quedarA informado por los cuadros sin6pticos que se
acompanan, del nCimero y clasificaciones de los exdmenes recibi-
dos en todo el ano 1905 hasta el 31 de Diciembre.
En conjunto suma su nOmero, 6400.
Divididos por Facultades, correspondent:


A la de Filosofia y Letras .................. 229
Derecho y Ciencias Sociales.......... 3507
Ciencias Medicas .................... 955
Ciencias Exactas, Fisicas y Naturales.. 1709







ACTOS Y I)OCUMENTOS OFICI LES


En la Facultad de Ciencias M6dicas, no se recibieron los exa-
menes de Diciembre, por la clausura de sus aulas.



PREMIOS UNIVERSITARIOS


Durante el ano se premi6 con medalla de oro:
Al Dr. en Medicina (curso de 1902), Dr. Alfredo Lanari;
Al Ingeniero Civil (curso de 1902), D. Luis B. Laporte;
Y al Dr. en Medicina (curso de 1904), Dr. Pedro Solanet.
Se otorgo diploma de honor:
A los Dres. en Medicina, del curso de 1902: D. Pedro Escudero,
D.a Barbara Mauthe de Imaz, D. Jaime Ferr6, D. Angel Susini,
D. Juan Divito y D. Salvador Burghi; del curso de 1903: D. Jos6
Arce, D. Rodolfo S. Roccatagliata, D. Ra1l Ortega Belgrano,
D. Salvador Marino, D. Jose S. Astelarra, D. Vicente Morinelli; y
del curso de 1904: D. Pedro Chutro, D. Francisco J. Soriano,
D. Carlos Cirio, D. Carlos Mainini, D. Pedro Labaqui y D. Ernesto
Gaing.



DIPLOMAS EXPEDIDOS


Fueron expedidos durante el ano, 263 diplomas con la siguien-
te distribuci6n:


Doctor en Quimica, honors causa........ 1
,, Jurisprudencia y Abogado..... 98
Jurisprudencia ............... 13
Abogado .............................. 26
Doctor en Medicina..................... 96
Ingeniero Civil ........................ 23
n MecAnico .................... 2
Arquitecto.................. ......... 3
Agrimensor........................... 1


Total..........








11EVISTA DE LA INIVERSII)DA DE BUENOS AIRES


La Secretaria General, con el V.o B. del Rectorado, expidi6
cinco certificados de habilitacidn de titulos con arreglo al tratado
international de Montevideo, comprendiendo entire ellos, dos de
M'dico, dos de Farmaceutico y uno de Dentista.





La Universidad tiene su rumbo sefalado por la ley de su cons-
tituci6n y por las tradiciones que ha sabido formarse en su exis-
tencia de mAs de ochenta aflos: es su caracteristica acoger sin
prevenci6n Lodas las novedades metodol6gicas de la ensefanza
superior, amoldandose A las exigencias del vertiginoso progress
cientifico de la actualidad.
Lenta, pero conslantemente, va combatiendo la superficialidad
y la improvisaci6n; y si las Facultades no son todavia institutes
cientificos en la mAs alta acepci6n del adjetivo, es porque el me-
dio social no lo permit aln; porque apenas comienza para nos-
otros la especializaci6n cientifica; porque el magisterio universi-
tario no es ni sera una profesi6n mientras no se le rodee de la
consideraci6n que merece y no se estimule A las mejores inteli-
gencias del pais, al estudio profundo y original de las ciencias.
Pero en vista de los progress ya realizados durante los lilti-
mos veinte anos, no es aventurado predecir que, dentro de algu-
nos mas, la Universidad de Buenos Aires, que ya ocupa un lugar
prominent entire las universidades del mundo, habra conquistador
su culminaci6n y sera lo que sus fundadores desearon, sin duda:
un foco intense de civilizaci6n y de ciencia en la mas grande y
progresista ciudad de la America latina.
Al dejar cumplida, por tiltima vez en el period de mi man-
dato, que terminal en breves dias, la prescripci6n del articulo 18,
inciso 14 de los Estatutos de la Universidad, de elevar a V. E. la
memorial annual de la instituci6n, me es grato reiterarle las segu-
ridades de mi consideracidn distinguida.

LEOPOLDO BASAVILBASO,
Ricardo Col6n.


















ACTOS Y DOCUMENTS OFICIALES








FACULTAD DE DERECHO T CIENCIAS SOCIALES




Exdmenes de Alarzo y Diciembre de 1905






RESUMENE


0 -
aO t 0
C,, -
ANO S 0 OnSEIVACIONKS
If m 0 C
O 0 CO 0; f


I...............
II..............
II ...............
IV ...............
V ...............
VI ..............
Generales........
Tesis .. ..........


TOTALES......


163 949 11128


Abandonaron


763 504








REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES




FACULTAD DE CIENCIAS MEDICAS


Estadistica de los exdmenes de Marzo de 1905


ESCUELA DE MEDICINE


NtMEnODEALUMNOS NUMERIO CLASIFICACI6N DE LOS EXAMENES

ANOS EXAMINADOS DE DISTINGUIDOS SUFICIENTRS INSUFICIENTES
Oficiales Libres EXAMENm S Oficia1es Libres Oficiales Libres Oficiale$s Libres


29
68
63
456
57
64
19

456


117
6
26
13
33
6
3

204


2
2
11
33
2
7
1

58


3
1
4
1
1
2
1

13


23 88 4
38 4 28
57 28 4
150 16 17
52 31 10
64 11 4
39 8 1

423 186 68


26
1
-

4
1



32


ESCUELA DE FARMACIA



33 6 61 4 20 7 25 5
27 2 44 5 1 25 4 9 -
15 21 48 1 7 18 22 -

75 29 153 10 8 63 33 34 5


ESCUELA DE ODONTOLOGiA


I........ 7 1 8 -- 1 6
II........ 4 3 7 3 1

TOTALES.. 11 4 15 4 7


ESCUELA DE OBSTETRICIA


........
II. .......


V11........
VII .......
IV .......




TOTALES..
V .. ......
VI........
VI. ........

TOTALES..







1 ........
II........
Ill E.....

TOTALES..


|
1









ACTOS Y DOCUMENTS OFICIALES








FACULTAD DE CIENCIAS EXACTAS, FISICAS Y NATURALES




Exdmenes de Marzo y Diciembre de 1905




INGENIERIA CIVIL



RESUMENES


ANOS


1.............
IL.............
III.............
IV..............
V..............
VI.............
Generales.......
Proyectos......



TOTALES....


92 7
47I -
42 -
37
32 -
4;3 5
7 -
6 -



328 12


l5 1
8 -

4-



201 6


INGENI1EIIA MECANICA


II IIII(IIII


7-















REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES







DOCTOHADO EN CIENCIAS NATUHALES


ANOS


1............
II.............
III.............
IV ..............
V .. ...........
VI.............
Generales.......
Proyectos......



TOTALES....


C)
~g
C) C


o

I I-


- 4
- 6





- 1
- I


- 214


- Z -


S-i


21 -
2-


J '10
CU, S c r
o -j 0 -4 0


AHQUITECTURA


I.............
II.............
II.............
IV............ .
V.............
VI........... .
Generales......
Proyectos......



TOTALEs....


4 -
3 -
3 2

1 -


1 -



12 2


~













ACTS Y DOCUMENTS OFICIALES






ECUL'ELA DE QUi.MICA


A OS
SI ; I *; U,^
i i t
Z I i


_____ S\ S ___ ____ .. .'5 -3 C
rjt | l, ;j


I............. 24 47 -
II............. 20 46 -
I1............. 13 27 -
IV.............. 6 13 -
V.............. 5 12 -
VI..............- -
Generales ...... -
Proyectos...... -


TOTALES.... 8 145 -


I ............
II.............
II ...........
IV. ...........
V ............
VI............
Generales......
Proyectos .....


TOTALES...


- 3 34


- 17


AGRIMENSURA


3 -
16 -
12 -








REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


FACULTAD DE FILOSOFiA Y LETRAS



Exdmenes de Marzo de 1905


ANOS





Generales...... -- --
S........... s
IL.S --3-- --- 2-- ------- ------



V.............-- -2-2 1-
I.............. 9 -213 1 6 3 3 -


Generales........ - -
Tesis........... - -. .. . .. -

TOTALES.... -- 39 8 13 10 5 2 -





Exdmenes de Diciembre de 1905




NUMIILO DF N
AN S 0 ALUMNOS DF EXIEN.S SUFICIRNTES INSUICENTES
EXAMINADOS


I............ ............
II............. ..........
II ........................
IV ............ .............
V .............. ...........
Generales .................
T esis... ...................


TOTALES .........


20
25
33
12
3





93


2










2








BALANCE DE LA TESORERIA DE LA UNIVERSIDAD NATIONAL DE BUENOS AIRES, CORRESPONDIENTE AL ANO 1905


Saldo del ato anterior...................
Por subsislio recibido del SuperiorGobierno.
Por legalizaciones ie firmais .............
Por derechosgenerales de Filosofia y Letras.
Por id. de Derecho.................. .....
Por id. de Medicina.......................
Por id. de Ingenieria ... ............ .....
Por devoluci6n de sueldos, Consejo Superior
Por id. de Filosol'ia y Leiras..............
Por id. de Derecho .......................
Por id. de Medicina....................
Por id. del Hospital te Clinicas............
Por id. de Ingenieria....................
Porinteresesdel Emprestito PopularInlirno
Por litulos sorteados del id. idl.............
Por venta tie litulos del id. id...........



















Suma S. E. f 0.............
Titulos del Empr6stito Popular Interno. ..
Titulos del Emprestito Popular lnterno. ..


24.933.53
640.636.27
254.-
38.-
147.273. -
300.401.11
174.607.66
52.50
66.50
1.190.64
3.621.70
5.-
1.463.-
93.903.73
59.617.82
96.910.- 1.320.040.93


1.544.974.46
840.300.-


Por sueldos y gastos del Consejo Superior.
Por sobresueltos del id. (con imp. al it. 7).
Por sueldos y gastos de Filosofia y Letras.
Por sobresueldos de id...................
Por embargo de id.....................
Por sueldos y gastos tie )ereclho..........
Por sohresuoldos de id. (con imp. al it. 7)..
Por sueldos y gastos tie Medicina..........
Por sobresuetlos de id. (con imp. al it. 7)..
Por emlhargos de id .......................
Por sueldos ygaslhs del llspital deClinicas.
Por sobresueldos de id. (con imp. nl it. 7)..
Por suellus y gaslos de Ingenieria .......
Por sou'nesuelhfs e id. (co i imp. al it. 7)..
Por emnbargos de id......................
Por varies gastos con imp. al it. 1., part. 12.
Por id., con imp. al it. 7, evenluales.......
Por desclos.s/ os sueldosparael Montepio.
Por lapublicacion tdelaREviST.\(it. 1.', 13).
Por devoluciones tie derechos universitarios
Por refacciones, etc.. i D)ereclo (it. 3, p.30).
Por conferencias, a I)erecho (it. 3, p. 18)...
Por id., a Filosofia y Letras (it. 2, p. 2')...
Por derechos de biblioteca i Derecho ......
Por id. de mesas examinadoras i id.......
Por id. de biblioteca a Medicina.........
Por id. de laboratories A id...............
Por id. tie mesas examinadoras A idl.......
Por id. de biblioteca a Ingenieria..........
Por id. de laboratories i id................
Por id. de mesas examinadoras a id.......
Por titulos coip. en Arquitecturay Quimica
Por interests pagados al Banco s/8 100.000.
Saldo: en el Banco de la Naci6n Argentina.
en Caja................ .........
Suma S. E. 4 O.............
Depositados en el Banco..................


27.752.84
4.815.- 32.567.84
84.280.80
1.737.50
394.95 86.413.25
97.543.--
3.650.- 101.193.-
452.895.26
2.360.-
95.- 455.350.26
282.026.80
3.120.- 285.146.80 9
257.064.36 Cn
1.320.--
855.- 259.239.36
5.261.--
9.296.--
36.397.40
5.000.-
2.336.
12.000.-
2.175.- n
4.940.- >
10.920.-
6.816.- 17.736.-
16.390.-
110.625.-
27.212.30 154.227.30
4.150.-
16.940.-
3.262.-
41.600.- 65.952.-
140.56
8.056.14
1.546.55 9.602.69
S1.544.974.46
840.300.-







REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


NOTA DEL RECTOR AL MINISTRY DE INSTRUCTION PUBLIC
SOBRE AUMENTO DE LA SUBVENCION




Buenos Aires, Febrero 9 de 1906.



A S. E. el Sr. Ministro de Instruccidn Puiblica, Dr. Joaquin V. Gon-
zdlez.


En 18 de Marzo del afio pr6ximo pasado, tuve el honor de diri-
girme A V. E. por encargo del Consejo Superior, con el fin de so-
licitar que la subvenci6n annual que vota el H. Congress, fuera
aumentada a la cantidad de novecientos mil pesos moneda na-
cional.
Fundaba este pedido en que el presupuesto de gaslos en 1905,
ascendia A la cantidad de un mill6n trescientos cuarenta y tres
mil cuatrocientos sesenta pesos moneda national, y que para
atenderlo, la Universidad sl6o contaba con la subvenci6n de seis-
cientos mil pesos, con los derechos universitarios calculados en
cuatrocientos veinte mil pesos, y con los intereses del fondo uni-
versitario creado por la ley de 3 de Julio de 1885, que ascendian
A cincuenta mil pesos.
Al mismo tiempo observaba A V. E. que en cl afio en que fue
fijada la subvenci6n de seiscientos mil pesos, el presupuesto de
la Universidad era de ochocientos setenta y cuatro mil setecientos
pesos, de modo que ella representaba mds de las dos terceras par-
tes de los gastos, mientras que siendo de un mill6n trescientos
cuarenta y tres mil cuatrocientos sesenta, el presupuesto de 1905,
no alcanzaba A cubrir ni la mitad de los mismos; que de no ser
aumentada la subvenci6n, el deficit tendria que ser cubierto con
el fondo universitario, frustrdndose asi el prop6sito de la ley que
lo cre6, de dotar de rentas propias A la Universidad, que le sir-
vieran para los fines de su instituci6n.







ACTOS Y DOCUMENTS OFICIALES


Esa nota no tuvo contestacibn alguna y el deficit se produjo y
agrav6 con la clausura de la Facultad de Ciencias Medicas y la
suspension de los examenes, todo lo cual impidid el cobro de la
cuarta inscripci6n & sus alumnos, y redujo los derechos calcula-
dos en cuatrocientos veinte mil pesos a la cantidad de trescientos
cuarenta mil pesos aproximadamente.
Para cubrir ese deficit ha sido indispensable vender parte de
los litulos que forman el fondo universitario y disponer de los
veinte y ocho mil doscientos pesos obtenidos como bonificacion en
la conversion de los mismos titulos.
La situaci6n en el presence ano se present mAs grave afin; el
presupuesto asciende a la cantidad de un mill6n trescientos no-
venta y site mil novecientos sesenta pesos, procediendo en gran
part este exceso sobre el de 1905, de los aumentos de sueldos
votados por el I. Congress; para tender A esos gastos, la Uni-
versidad solo cuenta con la subvenciin de seiscientos sesenta mil
pesos votada para el present ano, con los derechos universita-
rios calculados en cuatrocientos mil pesos y con los intereses de
los titulos que produciran cuarenta mil pesos.
El deficit sera entonces de doscientos noventa y site mil no-
vecientos sesenta pesos, cantidad en que debe ser aumentada la
subvenci6n, si no se quiere obligar a la Universidad a destinar
para el pago de gastos ordinarios el fondo permanent que la ley
ha creado para el porvenir de la Universidad.
V. E. conoce todas las diligencias que he practicado ante V. E.,
ante el Sr. Ministro de Hacienda y las comisiones de las Honora-
bles CAimaras de Diputados y de Senadores para obtener que la
subvencion fuera fijada en novecientos mil pesos; V. E. mismo,
convencido de la justicia de ese aumento, se empefl6 tambien en
obtenerlo, pero desgraciadamente toda gestion fracas por razones
de forma, que el Sr. Ministro de Hacienda ofreci6 salvar.
El deficit no procede propiamente de los sueldos y gastos de
la Universidad; procede de que en el presupuesto de esta figure
el Hospital de Clinicas y la Maternidad, cuyos gastos ascienden,
como V. E. puede apreciarlo en el ejemplar del presupuesto que
le acompano, i la cantidad de trescientos dieciocho mil ochocien-
tos cuarenta pesos moneda national.
No es funcion universitaria la de costear hospitals, y si ac-
Lualmente la tiene en virtud de una ley, debiera suministrdrsele










68 HEVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES

los condos para tender A sus gastos; pero si aquella cantidad
debe seguir gravando el presupuesto de la Universidad, es de ab-
soluta necesidad que la subvenci6n sea aumentada en trescientos
mil pesos mAs, que podrian ser entregados por mensualidades de
veinte y cinco mil pesos moneda national, A contar desde el mes
de Enero pasado.
La Universidad de la metr6poli merece por lo menos la consi-
deraci6n con que son atendidas las otras que pertenecen A la Na-
ci6n. No pide ella que se le costee todos sus gastos, pero si que se
la coloque en situaci6n de llenar los altos fines de su instituci6n,
que se le acuerde una subvencidn, que unida a sus propios recur-
sos, pueda cubrir el presupuesto.
Saludo A V. E. con mi consideraci6n distinguida.

LEOPOLDO BASAVILBASO.
Ricardo Coldn.








ACTOS Y DOCUMENTS OFICIALES


PRESUPUESTO Y CALCULO DE RECURSOS DE LA UNIVERSIDAD


PARA 1906




PRESUPUESTO DE LA UNIVERSIDAD


El Consejo Superior,


ORDENA:

El Presupuesto y Calculo de recursos de la Universidad de Buenos Ai-
res para 1906 sera el siguiente:


CONSEJO SUPERIOR

Ilem I.0
1. Rector......................................
2. Secretario general ..........................
3. Prosecretario general... ....................
4. Official de Secretaria ............... ..........
5. Contador Tesorero .........................
6. Auxiliar del tesorero.........................
7. Auxiliar de contaduria ............. ........
8. Portero .............. ...............
9. Primer ordenanza ............. .............
10. Ordenanza................................
it. Gastos de secretaria .................. .......
12. Para fallas de caja de tesoreria .............
13. Eventuales ...............................
14. Para la publicaci6n de la REVISTA ............. I


Totales................. .


AL MEIS AL ANU






1.000
500
400
200
200
400
180
80
80
70
200
25


5.000
5.000

3.035 36.420
46.420







REVISTA DE LA UN[VERSIDAD )D BUENOS AIRES


FACULTAD DE FILOSOFIA Y LETRAS
/lem 2. Inciso A.
1. Decano ...................................
2. Dos profesores de Psicologia..................
3. Un professor de Literatura Castellana ..........
4. Dos profesores de Geografia...................
5. Latin .............. ........
6. Un professor de L6gica .......................
7. Literaturas de Europa Meridional.
8. Etica y Metafisica..............
9. Literatura latina...............
10. Griego ....................
11. Literatura griega .............
12. Dos profesores de Historia Universal ..........
13. Un professor de Sociologia....................
14. Arqueologia americana.........
15. Ciencia de la Educaci6n ........
16. Historia Argentina ...........
17. Estetica y literature general.....
18. Historia de la Filosofia.........
19. Antropologia ..................
20. Para profesores contratados en el extranjero,
cursos de profesores suplentes y libres, lectu-
ras y comentarios de obras maestras..........
21. Director de la Biblioteca ................... ..
22. Para fomento de la Biblioteca .................
23. Director del Museo Etnografco ...............
24. Para fomento del Museo Etnogrdfico ..........
25. Para Expediciones Arqueol6gicas..............
26. Secretario ......................... ........
27. Escribiente.............. ..............
28. Bibliotecario y Escribiente....................
29. Tres ordenanzas a g 70 c/u..................
30. Gastos y alumbrado .........................
31. Fomento de las secciones de trabajos cientilicos.

Laboratorio de Psicologia
Inciso I.
1. Jefe de trabajos practicos de Laboratorio.......
2. Ayudante de Psicologia .....................
3. Fomento del laboratorio de Psicologia ..........
Totales .............. .


AL MIES


500
600
300
600
600
300
300
300
300
300
300
600
300
300
300
300
300
300
300




200
200
200
200

400
100
100
210
300
150


AL ANO




























6.000





2.500


150
80
150
9.540 114.480
122.980
I-







ACTOS Y DOCUMENTS OFIC[ALES


AL MES AL ANO


FACULTAD DE DERECIO Y CIENCIAS SOCIALES

1/em .1.
1. Decano.................................... 500
2. Un Catedratico de Introducci6n al Derecho...... 300
3. Cuatro catedriticos de Derecho Civil a S 300 c/u. 1.200
4. Un catedrAtico de Filosofia General............ 300
5. -Revista de la historia.......... 300
6. Legislaci6n de Minas y Rural... 300
7. Dos catedraticos de Filosofia del Derecho....... 600
8. Un catedrAtico de Derecho Internacional Privado. 300
9. Pblico. 300
10. Dos catedraticos de Derecho Romano a g 300 c/u. 600
11. Un catedrAtico de Derecho Penal............... 300
12. Dos catedraticos de Derecho Comercial a g 300 c/u. 600
13. Procedimientos A g 300 c/u... 600
14. Un catedratico de Derecho Constitucional....... 300
15. Economia Politica ............ 300
16. Finanzas .................... 300
17. Derecho Administrativo ....... 300
18. Para remuneraci6n de profesores suplentes y cur-
sos especiales............................ 6.000
19. Secretario ................ ................. 400
20. Prosecretario. .............................. 350
21. Dos auxiliares g 180 c/u .................... 360
22. Escribiente ................................ 120
23. Bibliotecario............................... 150
24. Ayudante bibliotecario .................. ..... 90
25. Otro ayudhnte bibliotecario.................... 100
26. Bedel ..................................... 100
27. Mayordomo ................................ 20
28. Tres ordenanzas a g 70 c/u.................... 210
29. Ordenanza de la Biblioteca ................... 70
30. Para gastos de Secretaria, publicaciones y casa... 500

9.970 119.640
FACULTAD DE CIENCIAS MEDICAL 125.640

Escuela de lMedicina

Itenm Inc/iso A.
1. Decano... .................................. 500
2. Dos Secretarios, A g 400 c/u ................... 800







REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


AL \IES AL ANO


3. Bibliotecario................................ 130
4. Contador tesorero........ .. ... ........... .. 200
5. A rchivero ....................... ........... 180
6. Jefe de la Oficina Central encargada de la provi-I
si6n de los laboratories .................... 200
7. Auxiliar de la misma......................... 150
8. Auxiliar de Secretaria ................... ...... 150
9. Escribiente (Auxiliar del Contador tesorero)..... 80
10. Dos escribientes a 80 S c/ .................... 160
11. Escribiente de la Biblioteca ................. 80
42. Gastos de Secretaria y casa ................... 200
13. Mayordomo de la Facultad ................... 120
14. Portero ................................... 70
15. Ordenanza de la Secretaria .................... 80
16. Cinco sirvientes A 70 8 c/u..................... 350
17. Dos sirvientes para la Biblioteca a 70 g c/u...... 140
18. Gastos generals, gas6metro, luz y fuerza eldctrica. 500


Inciso B.

1. Dos profesores de Anatomia descriptive ......... 600
2. Un professor de Histologia normal .............. 300
3. Quimica medica general......... 300
4. Anatomia topogrAfica........... 300
5. Fisica medica, Director de la sec-
ci6n lisioterapia........ . 300
6. Quimica medico biol6gica....... 300
7. Fisiologia...................... 300
8. Anatomia patol6gica............ 300
9. Bactereologia .................. 300
10. Parasitologia.................. 300
41. Semiologia y ejercicios clinicos... 300
12. Patologia internal .............. 300
13. externa............... 300
14. BotAnica m6dica................ 300
45. Materia m6dica y terap6utica.... 300
16. Medicina operatoria ............. 300
17. Clinica oftalmol6gica............ 300
18. ginecol6gica............ 300
19. g6nito-urinaria.......... 300
20. oto-rino-laringol6gica .... 300
21. dermato-sifilografica ..... 300







ACTOS Y DOCUMENTS OFICIALES


22. Cuatro profesores de Clinica m6dica, A g 300 c/u.
23. Tres profesores de Clinica quirhrgica, a g 300 c/u.
24. Un professor de Clinica epidemiol6gica .........
25. -- neurol6gica ............
26. psiquiatrica.............
27. pediAtrica.............
28. Dos profesores de Obstetrica, A S 300 c/u........
29. Un professor de Medicina legal .................
30. Higiene p6blica.................
31. Toxicologia experimental ........
32. Patologia general...............
33. Once medicos de sala, profesores de clinic con ser-
vicio fuera del Hospital de Clinicas, a 100 c/u.
34. Jefe de Clinica oftalmol6gica................
35. ginecol6gica...................
36. g nito-urinaria.................
37. -oto-rino-laringol6gica..........
38. dermato-sililogrAfica ...........
39. Cuatro jefes de Clinica mddica, A 8 100 c/u. ....
40. Tres jefes de Clinica quirOrgica, a 100 c/u.....
41. Un jefe de Clinica semiol6gica ................
42. epidemiol6gica..............
43. neurol6gica..................
44. psiquiatrica.................
45. pedidtrica...................
46. Dos jefes de Clinica obstetrica, a S 100 c/u......
47. Jefe de trabajos practices de patologia general...
48. Jefe de aplicaciones electricas de la clinic neuro-
16gica ................. .................
49. Ayudante para el mismo....................
50. Jefe de trabajos prActicos de dermatologia......
51. oftalmologia......
52. clinicaepidemiol6g.
53. Ayudante de clinic epidemiol6gica.............
54. Jefe de trabajos prActicos de Botanica, Museo far-
macdutico...........................
55. Ayudante de idem ............................
56. Jefe de trabajos prActicos de Parasitologia......
57. -Botinica..........
58. Materia mddica y te-
rapdutica.......
59. Semiologia........


AL MES AL AS.O


1200
900
300
300
300
300
600
300
300
300
300

1100
100
400
100
100
400
400
300
100
100
100
100
100
200
100

400
60
200
200
200
60

100
60
100
100
400

200
100







REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


AL MES AL ANO


60. Director del Museo farmacol6gico .............. 100
61. Sirviente para la Clinica epidemiol6gica ....... 50
62. Ayudante para el Laboratorio de clinic mddica
del Hospital San Roque..................... 60
63. Ayudante diplomado para el professor de Patolo-
gia interna................... ............. 100
64. Ayudante diplomado para el professor de Patolo-
gia externa.................. ............ 100


Institute de Anatomia normal y Medicina
operatoria

Inciso C.
1. Jefe de trabajos practices de Anatomia, por con-
trato. ................................... 500
2. Cuatro primeros disectores A 200 8 c/u.......... 800
3. Tres segundos disectores A 150 8 c/u............j 450
4. Cuatro ayudantes de disecci6n A 60 8 c/u........ 240
5. Dos dibujantes diplomados para el Instituto de
Anatomia normal y Medicina operatoria a 100 ,
cada uno ................................. 200
6. Jefe de trabajos prActicos de Medicina operatoria. 200
7. Ayudante de Medicina operatoria .............. 60
8. Cinco sirvientes A 70 S c/u.................... 350
9. Encargado del anfiteatro .................... 120


Laboratorio de Histologia normal

Inciso 1.
1 Jefe de trabajos prActicos...................... 200
2. Seis preparadores de Histologia a 60 3 c/u...... 360
3. Sirviente ................................... 70


Laboratorio de Quimica general

Inciso E.
1. Dos jefes de trabajos practices a :s 200 c/u...... 400
2. Tres ayudantes a S 60 c/u ..................... 180
3. Sirviente .......... .................... ..... 70







ACTOS Y DOCUMENTS OFICIALES


AL MEiS AL ANO


Laboratorio de Palologia general

Inciso F.
1. Jefe de trabajos prActicos..................... 200
2. Dos ayudantes A S 60 c/u .................... 120
3. Dos sirvientes a 70 c/u...................... 440



[nstituto de Biologia

Inciso G.
1. Dos jefes de trabajos practices de Quimica biol6-
gica a 200 c/u .......................... 400
2. Jefe de trabajos practices de Fisica biol6gica.... 200
3. Jefe de trabajos practicos de Fisiologia experi-
mental (por contrato) ...................... 500
4. Ayudante de Fisiologia (mddico) ............... 100
5. Tres ayudantes de Fisiologia A 8 60 c/u......... 180
6. Tres ayudantes de Quimica biol6gica A& 60 c/u. 180
7. Idem idem de Fisica biol6gica a I 60 c/u........ 180
8. Fot6grafo................................. 200
9. Ayudante de idem para los servicios fuera del
Hospital de Clinicas ...................... 60
10. Siete sirvientes A S 70 c/u.................... 490



Institute de Anatomiapatoldgicay bacterioldgica

Inciso II.
1. Dos jefes de trabajos practicos de Anatomia 6 His-
tologia patol6gicas Ag 200 c/u.............. 400
2. Jefe de trabajos prActicos de Bacteriologia...... 200
3. Preparador del Museo Anatomo-patol6gico para
los servicios de las clinics ................. 160
4. Dos prosectores (m6dicos) A S 200 c/u.......... 400
5. Cinco ayudantes de trabajos prActicos A g 60 c/u. 300
6. Preparador de Quimica (diplomado) ........... 130
7. Mayordomo ................................ 80
8. Cinco sirvientes a g 70 c/u.................... 350
9. Encargado del motor el6ctrico ................ 120







REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


AL MES AL ANO


Laboratorio de Psiquiatria

Inciso 1.
1. Jefe de trabajos practices (por contrato)........ 1000
2. Un ayudante primero (medico)............ 100
3. Tres ayudantes A S 60 c/u......................i 180
4. Sirvienle.................................... 35


Laboratorio de Toxicologia experimental

Inciso J.
1. Jefe de trabajos prActicos..................... 200
2. Tres ayudantes a S 60 c/u ...................... 180
3. Dos sirvientes g 70 c,/u .................. .. i 10


Institute de Higiene experimental

nlciso K.
4. Un jefe de trabajos pricticos................... 200
2. Dos ayudantes a 8 60 c/u .................... 120
3. Dos sirvientes a 8 70 c/u.................... 140
4. Para alquiler de casa............ ............ 200


Laboratorio Central del Hospital de Clinicas

Inciso L.
1. Director y Jefe de trabajos bacteriol6gicos y mi-i
crograficos (por contrato). .......... ....... 600
2. Jefe de trabajos practices de quimica........... 250
3. Tres ayudantes A 5 60 c 'u.................... 180
4. Sirviente ................ .................. 70


Escuela de Farmacia

Inciso M.
4. Profesor de Farmacognosia y posologia razo-
nada............ ............... ...... 300
2. Profesor de TIcnica farmac6utica.............. 300








ACTOS Y DOCUMENTS OFICIALES


3. Profesor de Botanica y Mineralogia...........
4. Fisica farmaceutica ...............
. Anatomia fisiol. y Zoolog. generals.
6. Quimica inorganica................
7. Quimica orgAnica .................
8. Quimica analitica y Toxicol6gica y
Ensayo y determinaci6n de drogas...........
9. Un professor de Higiene aplicada, legislaci6n y
dtica farmac6uticas ........................
10. Jefe del Laboratorio de Farmacia .............
11. Siete ayudantes a 8 60 c/u....................
12. Dos sirvientes A 8 70 c/u.....................
13. Dos ayudantes diplomados a $ 400 c'u.........



Escuela de Odontologia


Inciso N.

1. Dos profesores de Odontologia a g 300 c/u.....
2. Cuatro Jefes de trabajos prActicos A S 100 c/u...
3. Dos sirvientes a g 70 c/u...................



Escuelas de Parleras y Maternidad


Inciso 0.

1. Mddico director.........................
2. Profesor de Obstetricia .....................
3. Jefe de Clinica ..........................
4. Medico interno............................
5. Jefe de trabajos practicos..................
6. Partera ................................
7. Economa ..... ......................
8. Mayordoma..............................
9. Cocinero ...................................
10. Ayudante de cocina .......................
11. Ocho sirvientes a S 30 c/u....................
12. Portero .....................................
13. Jardinero... .......................


AL ANO








IlEVISTA DE LA UNIVEHSIIDAD DE BUENOS AIRES


AL ES L ANO



Maternidad del Rospital San Roque

Inciso I'.
1. Dos parteras A g 180 c u...................... 360
2. Jefe de trabajos prActicos..................... 100
3. Para el Museo de la Maternidad ................ 150
4. Portero ..................................... 40
Total................... 41010 492.120



HOSPITAL DE CLINICAS

Item .5.
1. Medico Director y Administrador............ 250
2. Medico interno.................. ........ 300
3. Mayordomo inspector ........................ 100
4. Auxiliar de la Administraci6n ................. 100
5. Jefe de trabajos prActicos, seccidn Fisioterapia... 200
6. Segundo Jefe .................... .......... 150
7. Encargado de la secci6n Kinesiterapia ......... 100
8. Tres ayudantes A 60 S c/u..................... 180
9. Encargado de la mesa de entradas y salidas..... 140
10. Escribiente de la mesa de entradas y salidas..... 80
11. Diez m6dicos de sala a 100 S c/u................ 1000
12. Nueve practicantes interns de 7.o aio 50 c/u. 450
43. Nueve practicantes interns de 6.o aio a 50 g c/u. 450
14. Cinco ayudantes de farmacia a 50 g c/u......... 250
15. Farmacdutico .. ............................ 200
46. Maquinista ................................ 100
17. Carpintero ................................. 60
18. Cocinero para practicantes .................... 70
19. Cocinero para enfermos ....................... 70
20. Dos cocineros auxiliares A 45 g c/u............. 90
24. Ocho cabos de sala A 50 c/u ................. 400
22. Jardinero. .................................. 50
23. Barbero ..................................... 45
24. Portero .................................... 70
25. Ordenanza................................ 45
26. Sirviente para practicantes.................... 15
27. Sirviente para el medico interno................ 35







ACTORS Y DOCUMENTOS OFICIALES


AL 1.ES i AL ANO



28. Dos ayudantes de cocina A 35 ;, c/u............ 70
29. Sirviente para la Farmacia .................... 35
30. Sirviente para la Despensa .................... 35
31. Tres peones de limpieza a 35 c/u ............. 105
32. Colchonero. ................... ............. 45
33. Treinta y seis asistentes de sala A 40 S c, u...... 1440
34. Dos cabos de sala encargados de la esterilizaci6n
para las salas de Cirugia y Ginecologia a 100 8
cada uno............................ ...... 200
35. Capelln. ................................... 00
36. Veinte hermanas de la Caridad A 25 Q cu ....... 500
37. Sirviente del capelldn y auxiliar del portero..... 35
38. Baiiero..... ............................... 35
39. Para provision general del Hospital de Clinicas y
Maternidad de la escuela de parteras, conser-
vaci6n del edificio y reparaciones, ropa blanca
y demas elements de curaci6n, gasa, algod6n,,
etc6tera ................................ 16500 I
Total ....................... 24130 289.560


FACULTAD DE CIENCIAS EXACTAS, FISICAS Y NATURALES

Ileem C.
1. Decano ..................................... 500
2. Profesor de complementos de Aritmdtica y Al-
gebra ................. ..... ..... .. ... ..... 300
3. Un professor de Trigonometria y Complementos de
Geometria................................ 300
4. Un professor de Complementos de Matemdticas.. 300
5. Un professor de Complementos de Fisica y mani-
pulaciones. .............................. 300
6. Un prolesor de Complementos de Quimica...... 300
7. Dos profesores de Dibujo lineal a mano levanta-
da, a S 300 c/u ........................... 600
8. Un professor de Algebra superior y Geometria ana-
litica .................................... 300
9. Un professor de Geometria proyectiva y descrip-
tiva ....................................... 300
10. Un professor de CAlculo infinitesimal, fer curso... 300
it. Quimica analitica, 1er curso...... 300
12. Construcciones de casas......... 300







REVISTA DE LA JNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


AL MES AL ANO



13. Un professor de Dibujode lavados de pianos...... 300
14. Calculo infinitesimal, 2.* curso... 300
15. Estdtica gradica ................. 300
16. Geometria descriptive aplicada... 300
47. Topografia..................... 300
18. Caminos ordinarios y ensayos de
m ateriales................... 300
19. Dibujo de ornato. ............. 300
20. Besistencia de materiales........ 300
21. Mechnica ...................... 300
22. Mineralogia y Geologia.......... 300
23. Cinco profesores de Arquitectura, A g 300 c/u ... 1500
24. Un professor de Construcciones de mamposteria.. 300
25. Tecnologia del calor............ 300
26. Hidrdulica .................... 300
27. Geodesia....................... 300
28. Teoria de los mecanismos....... 300
29. Construcciones de arquitectura... 300
30. Teoria de la elasticidad .......... 300
31. Electrotecnica.................. 300
32. Construcci6n de maquinas....... 300
33. Construcci6n de puentes ytechos. 300
34. Puertos, canales, etc............ 300
35. Ferrocarriles .................. 300
36. CAlculo de las construcciones.... 300
37. HidrAulica agricola 6 hidrogrfica. 300
38. Geometria descriptive para arqui-
tectos, perspective y sombras.. 300
39. Dibujo de figure ................. 300
40. Modelado ..................... 300
41. Reguladores, turbines y maquinas
agricolas.................... 300
42. Proyectos de instalaciones mecA-
nicas ....................... 300
43. Direcci6n de obras ylegislacidn.. 300
44. Tecnologia mecAnica ........... 300
45. Quimica analitica, 2.0 curso...... 300
46. Quimica analitica especial....... 300
47. Quimica orgAnica .............. 300
48. Fisica general .................. 300
49. Botinica...................... 300
50. Zoologia....................... 300







ACTOS Y DOCUMENTS OFICIALES


AL IES A. ANO


51. Jefe de directors de aula..................... 250
52. 20 Directores de aula y jeles de trabajos practi-
cos A $ 150 c/u ........................... 3000
53. Jefe de talleres mecanicos ..................... 150
54. Dos conservadores de gabinete s 120 c/u...... 210
55. Diez y seis ayudantes de classes y laboratories
A 100 c/u ................................ 600
56. Para excursions de prolesores y alumnos..... 200
57. Gastos de gabinele y laboratories .............. 1000
58. Secretario ................................. 400
59. Bibliotecario y archivero....................... 130
60. Un ayudante de idem .................. ..... 100
61. Dos escribientes ia 80 c/u.................... 160
62. Bedel mayordomo 6 intendente ............... 250
63. 2." Bedel. .................................. 120
64. Para gastos de secretaria y eventuales.......... 200
65. Portero ..................... ............... 70
66. Dos ordenanzas A S 70 c/u .................... 140
67. Ocho sirvientes de aulas y gabinetes a 8 70 c/u.. 560
68. Alumbrado y fuerza motriz.................... 4_00
Total ........................ 25.670 308.040
Item 7.
Para sobresueldos................................. 13.200

RESUME

AL A.\N)


Consejo Superior.................................... 46.420
Facultad de Filosofia y Letras........................... 122.980
Derecho y Ciencias Sociales................... 125.60
Ciencias Mddicas...... .................... 492.120
Hospital de Clinicas ................ ................. 289.560
Facultad de Ciencias Exactas, Fisicas y Naturales......... 308.0.0
Para sobresueldos.................................... 13.200
Total................ 1.397.960

CALCULO DE RECURSOS
Subvenci6n Nacional............ ............. ........ 660.000
Derechos Universitarios ........................... 400.000
Intereses del empr6stito ............................... 40.000
De aumento de subvenci6n 6 del fondo universitario....... 297.960
Total............... 1.397.960

REVISTA DE LA UNIVEIRSIDAD DE BUENOS AIRlES- TO.10 V (










82 REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES



SOBRESUELDOS



AL MIS AL ANI


CONSEJO SUPERIOR

Contador Tesorero. ............................. 200
Auxiliar de Tesoreria ............................ 100

FACULTAD IE FILOSOFIA Y LETHAS

Escribiente y Bedel.................. ................... 50
Bibliotecario y escribiente ................... .... 50

FACULTAD DE DERECIIO Y CIENCIAS SOCIALES

Ayudante bibliotecario.. .......................I 10


FACULTAD DE CIENCIAS MEDICAL

Bibliotecario ................................... 50
Escribiente (Auxiliar del Contador Tesorero)........ 40
Dos escribientes A $ 40 c/u .............. .......... 80
Escribiente de la Biblioteca ....................... 20

HOSPITAL DE CLINICS

Medico Director y Administrador ................. 150
Mayordomo inspector ............................ 80
Auxiliar de la Administraci6n ..................... 80
Encargado de la Mesa de entradas y salidas......... 60

FACULTAD DE CIENCIAS EXACTAS, FiSICAS Y NATURALES

Bibliotecario y Archivero ......................... 50
Dos escribientes a S 40 c/u ..... ........ ........... 80

Total................... 1.100 13.200


LEOPOLDO BASAVILBASO.
R. Coldn.








ACTOS Y DOCIGMENTOS OFICIALES


RENUlNCIA DEL DR. BODOLVO RIVAROLA, DEL CARGO DE CONSE.IERO
Y DIRECTOR DE LA "REVISTA"

Buenos Aires. 5 de Marzo de 1906.

Senior Rector de la Universidad, Dr. D. Eufemio Uballes.
Sefior Rector: Tengo el sentimiento de elevar 6 Vd. en esta nota, mi
renuncia del cargo de Consejero de la Universidad y de Director de la
REVISTA de la misma. Me imponen esta determinaci6n las nuevas fun-
ciones que he sido llamado A desempefiar en la Universidad Nacional
de La Plata. Sin examiner si ellas son 6 no incompatible con las que
aquf desempefio, lo son, en realidad, materialmente, por el recargo de
tareas que importaria el desempefio de unas y otras.
Saben el Sefor Rector y los Sef ores Consejeros que, con la limita-
ci6n de mis aptitudes, he puesto toda mi voluntad al servicio de los
honrosos puestos que la Universidad me ha confado, y sin la circuns-
tancia expresada, ninguna satisfacci6n habria sido mayor que la de
continuar compartiendo con el Sr. Rector y los Sres. Consejeros el go-
bierno de la Universidad.
En cuanto a la Direcci6n de la REVISTA, para no interrumpir la pu-
blicaci6n, continuard atendiendola hasta entregarla al sucesor que el
Consejo se sirva designer.
Dignese aceptar el Sr. Rector y los Sres. Consejeros las seguridades
de mi consideraci6n distinguida.
RODOLFO RIVAROLA.


FACULTAD DE DERECHO Y CIENCIAS SOCIALES
Sesi6n de 1.o de Marzo
Con asistencia del Vicedecano en ejercicio Dr. Juan M. Garro, y de
los Acad6inicos I)res. Manuel Obarrio, Benjamin Victorica, Emilio La-
inarca, Angel S. Pizarro, Francisco Canale, Ernesto J. Weigel Mufioz y
Eduardo L. Bidau, se tomaron las siguientes resoluciones:
A moci6n del Dr. Pizarro, encargar interinamente la cAledra de
Derecho Romano al Dr. Weigel Mufioz, llamando para el desempeio dle
la de Filosoffa General al suplente Dr. Amadeo Gras. El Dr. Weigel
Mufioz habia pasado una nota a la Facultad, manifestando que, cono
en circunstancias anteriores, abrirla un curso libre de la primera part
de Derecho Romano, de acuerdo con los programs que ya tenia csbo-
zados con el professor suplente Dr. Carlos Ibarguren, a fin de que los
alumnos de primer afo no quedaran atrasados en dicha material.
Aplazar, segin lo solicitado por el Centro Estudiantes de Dereclo,
hasta el 15 de Marzo, los examenes que debfan verilicarse el dia 5.
A moci6n del Dr. Pizarro, hacer saber por circular A los Acadmini-
cos, la disposicidn del art. 51 de los Estatutos, reference a inasistencia
A las sesiones.







REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


Designer el dia 2 de Abril para la apertura solemne de los cursos,
haciendolo saber al Rectorado.
Conceder licencia por un mes al Acad6mico Dr. B. Llerena, y por
seis meses al Acad6mico Dr. E. Lamarca.
Citar, siempre que se requiera para integrar la Academia, al
Dr. Eduardo L. Bidau.


FACULTAD DE CIENCIAS MEDICAS
Sesi6n de 30 de Diciembre
Con asistencia del Sr. Decano Dr. Eufemio Uballes, y de los Acad6-
midos Dres. Jos6 T. Baca, Rafael Herrera Vegas, Enrique Del Area, Pe-
dro N. Arata, Pedro Lagleyze, Jos6 Penna, Eliseo Cant6n y Enrique
Basterrica, se lomaron las siguientes resoluciones:
Conceder examen de tesis a los ex alumnos en la fecha cuya de-
signaci6n se encomienda al Sr. Decano.
Conceder al Acad6mico Dr. Del Arca licencia durante el mes de
Marzo.
Tomar en consideraci6n la nota del Rectorado acerca de la dona-
ci6n del Herbario Domingo Parodi y ordenar en consecuencia que se
Ilenen las condiciones exigidas por el donantc, debiendo la Comisi6n
de Biblioteca mandar hacer un busto del Dr. Domingo Parodi para
colocarlo en el Museo de Farmacologfa.
Autorizar al Sr. Decano para delegar el decanato en el Vicedecano
durante el mes de Marzo.
Sesi6n de 1.o de Febrero
Con asistencia del Vicedecano en ejercicio Dr. Pedro Lagleyze, y de
los Academicos Dres. Rafael Herrera Vegas, Jacob de Tezanos Pinto,
Pedro N. Arata, Manuel Blancas, Roberto Wernicke, Eliseo Cant6n,
Enrique Basterrica y Antonio C. Gandolfo, so tom6 en consideraci6n la
solicitud de los estudiantes de la Escuela de Medicina, para que se de-
crete la reapertura de los cursos y se adoptaron las siguientes resolu-
ciones:
1.o Reabrir los cursos el 1." de Marzo para completar el anio escolar
de 1905.
2.0 Fijar desde el 15 al 31 de Marzo, la 6poca para tomar los exame-
nes correspondientes.
3.0 Comenzar los cursos de 1906 en 1.o de Abril.
Se concedi6 licencia a los profesores Dres. Angel M. Centeno y
Manuel A. Santos, al primero por diez meses, y por un afo al segundo.
Se resolvi6 igualmente mantener la asignaci6n de 80 g mensuales
de que goza el ayudante de Biblioteca, Sr. Tumburus.
A propuesta del Acad6mico Dr. Gandolfo se ha resuelto invitar al
cuerpo de profesores para que en una reuni6n presidida por el Sr. De-
cano, expongan ideas referentes al plan vigente de clasificaciones.













PUBLICACIONES RECIBIDAS


-Boletin del Cuerpo de Ingenicros de Minas del Peri--N. 26 a 28.
--,La ensefianza,--Concepci6n de Chile-N.o 11.
-Diccionario Etimol6gico de las voces chilenas derivadas de lenguas
indigenas americanas, por el Dr. Rodolfo Lenz-Santiago de Chile-
Primera entrega.
-Monitore Zoologico Italiano--Aio XVI-N.O 40.
--Wmoire de I'Academie des Sciences-Inscriptions el telles-lettres
de Toulouse-Serie X-tomo V.
-Evoluci6n-Revista mensual-Organo de la Asociaci6n de los estu-
diantes de Montevideo-Afio I-N.0" 2 y 3.
-Universit6 d'Aix-Marseille--Annuaire-1905-1906.
-Revue international de 1'Enseignement-Parfs-Vol. I-N.o 11.
-Revista de Letras y Ciencias Sociales-Tucumdn-N.0s 17 y 18.
-Revista Eclesiastica del Arzobispado de Buenos Aires Afio V -
N." 60 a 62.
-Archivo Bibliografico de la Universidad de Coimbra-Vol. V-N.o 11.
-El Monitor de la Educaci6n Comlin-Tomo XXI-N.o 394.
-Tratados, Convenciones, Protocolos y demas actos internacionales
vigentes celebrados por la lepfiblica ArgenLina-Publicaci6n oi-
cial-Tomos 1, 2 y 3.
-Revue des Pyr6nees-Toulouse-l.o y 2.o trimestre de 1905.
-La Matiere, sa naissance, sa vie, sa fin, par P. de Heen-Bruxelles-
Tomo 25.
-La Semana Mtdica-N. 623, 625 a 631.
-Revista de la Sociedad M6dica Argentina-N.* 75.
--(La Italia de hoy--Enrico Piccione-De ((El Pensamiento Latino--
Chile-Entregas 3 y 4-Aflo IV-1905.
-Bulletin of the Hopkins Hospital- Vol. XVI-N.o 177-Vol. XVII-
N.o 178.
-Estudios de Deusto-Aifo I-N." 1 y 2-Afio II-N."O 3, 4 y 6-(Es-
palia).







REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


-Anales de la Universidad Central de Venezuela-Afio VI-Tomo VII-
N.O 3.
-Anales de la Universidad Nacional del Paraguay-Tomo VI-N. 3.
-Anales de la Universidad de Chile-Julio y Agosto de 1905.
-Tres dias en la Corte de Apelaciones de Santiago, por Alvaro Lamas
-(Chile).
--(El Foro del Porvenir,-Am6rica Central.
-Cr6nica Mddico-Quirtrgica de la Habana-Tomo XXXI-N.01 20 y 21.
--La Papautd et les Peuples,-Revista Internacional de Ciencias So-
ciales-Vol. XII-N. 67 y 68-(Parfs).
-Anales de las Facultades de Derecho y Letras d'Aix-Tomo I-N.-0 1
y 3.
--El Pensamiento Latinon-Chile-Anlo IV-N.'o 3 & 6.
-Efem6rides de Estrellas Circumpolares para el afio 1906-Publicadas
por el Observatorio Nacional Argentino.
-Ein Klenies Larten-Galvanometer mit photographischen Registrierap-
parot.
-Universidad de la Habana-Revista de la Facultad de Letras y Cien-
cias-Vol. I-N. 3.
-Revista Penitenciaria-Afio I-N. 2.
-The Psychological Review-Vol. IV-N. 17.
-The Jhons Hopkins University Circular-1905-N.o' 2 d 7.
-The Financial History of Baltimore-J. H. Hollande.
-The Jhons Hopkins Hospital Reports-Vol. XI-N. 9-Vol. XII-N." 1.
-La Educaci6n ContemporAnea-Tomo VII-N.oo 11 y 12.
Boletin Demografico Argentino-Aflo V-N. 12.
-El Monitor de la Educaci6n Comin-N.0 395.
-El Castellano en Am6rica-Su evoluci6n, por Juan B. Selva.
--Revista dos cursos da Facultade de Medicina da Bahia-Afio II-
N.o 20.
-Universidad libre de Bruselas-7.0 afo acad6mico-(1904-1905).
-Weltaustellurig St. Louis 1904 die Cliemische Industrie-Dr. Paul
Cohn.
--Desde la cArceln,, por Alvaro Lamas-Chile.
-Rapport du Ministre des Finances h S. M. I'Emp6erur pour 1'exer-
cice 1906..
-Budget de l'empire pour l'exercice 1906-St. Petersbourg-1905.
-Anales de la Universidad de Oviedo-Tomo III-1903-1905.
-M6rnoires de I'Acad6inie d'Amiens-Tomo LI.
-The George Washington University Bulletin-Vol. IV-N.o 4.
--Law Aotes,-Vol. IX-N.0 10.
-La Th6orie des Electrons-D)iscours par M. Fr. Daniels-Universit6 de
Fribourg (Suisse).
--(La Universidad Popular--Afio I-N.o 11.
-The School Bulletin -Vol. XXXII-N." 5.
-Anales de la Sociedad Cientiica Argentina-Diciembre 1905.







BIBLIOGRAFIA


-Cr6nica M6dico-Quirfrgica de la Habana-Toino XXXI-N.os 22 y 23.
-Archivo BibliogrAllico de la Universidad de Coimbra-Vol. V-N.o 12-
Vol. VI-N.* 1.
-Boletin de la Academia Nacional de Ciencias en C6rdoba (11. A).-
Tomo XVIIl-Entrega 2. .
-For People Who Laugh By Adair Welker.
-IRevista del Centro Estudiantes de Medicina-N.os, 509, 51 y 52.
-Anales del Museo Nacional de Montevideo Tomo II Entregas
Sy 2.
-University of Cincinnati Record-Vol. II-N.o 7
-Formularios y Programa de festejos del Primer Congreso Internacio-
nal de Estudiantes en Milan.
-Revista de la Sociedad M6dica Argentina-Vol. XIII-N.o 76.
-Universidad de Pensylvania-Febrero 21 de 1905.

Tesis de la Universidad de Itahia:
Estrechamiento orgAnico de la uretra y sus tratamientos, por Salus-
tiano dos Santos Guerra;
CAtedra de Clinica Quirfirgica, por .lose Augusto Bastos;
Artritis blenorragica y su tratamiento, por Manoel Guedes Correa
Gondim;
Peces venenosos, por Phco. Alberico Diniz Gonzalez;
Gastrectasias at6nicas y su tratamiento, por Jos6 de Barros Albur-
querque Sins Filho;
Anillyopia Toxica (alcohol y tabaco), por Olympio da Silvi Miranda;
La teoria microbiana y la imiieralizaci6n de las aguas de esgoto,
por Theodolindo Antonio da Silva Pereira;
Del aborto, por Francisco Clementino Carneiro da Cunha;
Higiene escolar, por Joao Baptista Marques Pereira;
Algunas species de la Flora Brasilefia, por Amabilio Torres Cou-
tinho;
El valor de la radioterapia en el tratamiento de las afecciones cuta-
neas, por el farmac6utico Haul Henrique Schmidt;
Studio clinic sobre el basedowismo, por el farmaceutico Constan-
tino da Silva Tavares Filho;
El tratarniento de las Fleecrtasis, por Jos6 Valente Ribeiro;
Estudio anat6mico-clinico del Pamphigo FoliAceo, por Arthur La-
vigne de Lemos;
Nefritis, por Alipio Alipino da Silva;
Del Casamiento y su reglamentaci6n, por Octavio de Souza Brandao.
Das Axites (Synopse), por Leoncio Jos IRodriguez;
Do Lupus de Cajenare (Synopse), por Joao Baptista Gomes da
Cruz;
Relac.o entire a material e os phenomenon espiritas (ligeiro studioo,
por Adolfo Rabello Leite;
Pathogenia e Lherapeutica dos edemas, por Moacyr Itabello Leile.









REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


Tesis de la Facultad de Medicina de Bahia:
Tratamiento de la dispepsia por el masaje, por Manoel Herminio da
Silveira Mesquita.
Ligeiro Estudio Clinico da Pelada, pot Jodo Gonralves de Couto.
Faz o casamento consanguineo a degenerar;io da ra~a?, por Antonio
Haposo Pinto.
Consideracges sobre a febre, por Pedro lRodriguez de Vasconcellos.
Estudo da spleno-pneumonia, por Adroaldo Pires de Carvalho.
Dystocia ossea materna a suas indicaBees, por Jeremias Lima Val-
verde.
Da hernia inguinal. Cura radical pelo process de Bassini, por De-
mosthenes Doummond de Magalh&es.
Das Psychopolinerrites, por Alfredo Augusto Gaspar.
Das laparo-hysterectomias no Brazil, por Jos6 Bandeira de Mello
Trillo.
Do studio clfnico das Fracturas de crAneo, por Antonio Carlos Soa-
res de Arelar.
Do Abortamiento, por Francisco Clementino Carneiro da Cunha.
A hygiene nas igrejas, por Othon Chatean.
Estudio clinic no sangue normal especialmente na Bahia, por Os-
valdo Ferreira Barbosa.
Da separaao eudo-vesical das urinas e seu valor diagnostico nas
affecQ6es cirurgicas dos vins, por Alvaro Emilio de Cersuinos Lima.
Coproscopia clinic, por Livancio Gomes.
Da Escoliose e seu tratamento, por Alfredo Clodooldo de Oliveira.
Das relacres da elephantasis dos Arabes com a lilaria do sangue, por
Olympio Cardoso da Silveira.
Do Tratamento do syphilismo recem nascido, por Heraclito d'Oli-
veira Sampaio.
O aphtalmoscopio perante a Medicina, por Jose Marques dos Reis
Junior.
Considera 6es gerdes sobre a demencio precoce e delirios paranoi-
des, por Jos -de Araujo Domingues Carneiro.
Concepgao Pathogenica e diagnostic dos Tumores, por Luiz Anto-
nio Ferreira Coelho.
Da etno-palhogenia da auto-intoxicavao eclamptica, por Jos6 de
Aranda Souto Maior.
Edema agudo do pulmio, por Zacharias Azevedo de Araujo.
Trypanosomiase Humana, por Basilio Torres Franco de SA.
Lista general de los estudiantes matriculados en las aulas de la Fu-
cultad de Derecho do Recife.











DISCURSO INAUGURAL


DE LAS CLASSES DE 1906
PRONUNCIADO EN LA FACULTAD DE DERECIIO Y CIENCIAS SOCIALES





Seior Rector:
Seiores academicos y profesores:
Jovenes alumnos:

Una nueva ordenanza, dictada con muy buen acuerdo, pres-
cribe que desde hoy en adelante las areas anuales de esta casa se
inauguren en acto solemne. Y la circunstancia de hallarme como
Vicedecano en ejercicio del decanato, imp6neme el deber inelu-
dible de dirigiros por breves instances la palabra; cosa que no
puedo menos de deplorar, por vosotros que habreis de escuchar-
me, aunque sea much vuestra indulgencia y cuente con ella de
antemano.
Si el progress moral ha de primary sobre el material 6 viceversa,
es cuesti6n ociosa ante el hecho evidence de que ambos son ley
de la humanidad y su consorcio arm6nico condici6n indispensa-
ble de la civilizaci6n. Puede darse el caso de pueblos que naden
en la abundancia de todos los bienes sujetos a numero, peso y
media y deslumbren con el brillo de su riqueza: no por eso serAn
menos miseros y desgraciados si al mismo tiempo no cultivan las
nobles facultades del espiritu, y hacen caudal, y lo acrecientan,
de ideas trascendentales, sentimientos elevados y anhelos ge-
nerosos.
Los grandes ideales salvan A las naciones en los trances supre-
mos, mas que la simple fuerza material derivada de la opulencia;
11EVISTA DE IA UNIVEISIDAD DE IIUFNOS AIRES TOMO 7






REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


y no es ins6lito que una fe robusta 6 inquebrantable en ellos rea-
lice el portento de hacerlos renacer de sus cenizas, despues de
catastrofes al parecer irreparables. Pero si esto es cierto y lo acre-
dita la historic, no lo es menos que la primera necesidad del hom-
bre, como de los pueblos, es vivir, y que sin la riqueza la vida y
su perpetuacidn son imposibles.
Consistiendo la verdadera civilizacidn en el desarrollo arm6-
nico del progress material ydel moral, huelga decir que no puede
haberlo alli donde falta esa armonia, donde el uno no existe 6 va
muy en zaga del otro. Cuando el desequilibrio es marcado y dura-
dero; cuando, sobre todo, el materialismo ocupa exclusivamente
la inteligencia, la voluntad y el corazdn de un pueblo, t6ngase por
cierto que ha llegado para 61 la hora fatal de la decadencia y la
ruina, por mas que las apariencias indiquen lo contrario.
Muy sabidas son estas cosas; pero conviene recordarlas porque
los tiempos que alcanzamos no son los mas propicios para los
fueros y la soberania del espiritu, porque van quedando en se-
gundo piano sus mas excelsas y nobles manifestaciones. La
civilizaci6n que nos ha legado el siglo xix, grandiosa y todo,
es una civilizaci6n esencialmente materialista, como quiera quo
radical en el conocimiento cada dia mayor de los secrets de la
naturaleza, y en la dilataci6n incesante del imperio del hombre
sobre la material. Orgullosa de sus grandes triunfos en los domi-
nios del mundo fisico, la humanidad contemporanea hAse pagado
en demasia de los progress materials y pospuesto 6 mirado en
menos los adelantos puramente morales; y escuelas hay que qui-
sieran ver sentado al animals homo en la cispide del edificio
social.
D6bese cuidar, entonces, de que no falte el contrapeso necesa-
rio en el otro platillo de la balanza, ofrendando siempre y con ar-
diente devoci6n en los altares de la ciencia, de las artes y de las
letras. Deben estar muy atentas a ello, sobre todo, las naciones
j6venes como la nuestra, exuberantes de riquezas naturales y de
savia productive, abiertas al comercio universal y centros a donde
atluyen sin cesar hombres y capitals Avidos de lucro; porque su
rApido desenvolvimiento econ6mico exp6nelas, mAs que & otras,
A ser intoxicadas con el positivismo materialista en los albores
mismos de su existencia.
He ahi la alta funcion social de los organismos docentes que






DISCURSO INAUGURAL


tienen a su cargo el cultivo del espiritu mediante el desarrollo y
perfeccionamiento de sus nobilisimas facultades. He ahi la tarea
gloriosa de los obreros del progress intellectual, si han de dirigirlo
por los causes de la verdadera civilizaci6n. He ahi nuestra mision,
sefores acad6micos y profesores, dentro de la 6rbita de los estu-
dios de esta casa, hija prinogenita de la Universidad bonaerense,
de lustre y fama notorias.
La Facultad de Derecho y Ciencias Sociales solo es hoy una
rama del arbol frondoso de la institucion universitaria, que com-
parte con otras la grave responsabilidad de la ensenanza superior.
Colaboradora en la preparaci6n de lajuventud para las fecundas
especulaciones del espiritu y en la obra trascendental del adelanto
cientifico, tiene ella un gran papel que desempefar en los domi-
nios que le estAn reservados; y debe ser anhelo comfin de acad6-
micos, profesores y alumnos estar siempre a la altura de sus exi-
gencias y merecer la confianza del pais.
Del esfuerzo combinado de estos tres factors dependent el
adelanto y elicacia de los studios en nuestra escuela, siendo in-
dispensable su triple accidn para su march normal y progresiva.
Si al cuerpo academic le incumbe imprimir rumbos A la ensefian-
za, determinando su cantidad y calidad y trazAndola normas ge-
nerales, t6cale al profesorado hacerla fecunda y luminosa con su
ciencia y experiencia, y a los alumnos asimilarla mediante una
labor asidua y una atenci6n esmerada.
No puede desconocerse, sin embargo, que el professor, si no el
onico, es el principal y mas important factor de la ensefianza en
todos sus grades. No lo desconocen ciertamente los que se hallan
al frente del magisterio en este institute, como no ignoran cuAn
grades son los deberes y responsabilidades que comporta su ejer-
cicio. Pero el profesorado cientifico tiene tambi6n una altisima
prerrogativa, que es de su esencia y que nosotros debemos pro-
clamar y mantener en toda su ilitegridad como un principio fun-
damental: la libertad de la cAtedra. Entra en lo possible que alguna
vez se laga mal uso de ella; pero sobre ser remotisimo el peligro,
el mejor corrective del exceso seria el vituperio de la opinion y el
vacio en que caeria.
Aqui es oportuno decir que nuestro plan de studios ha que-
dado atrAs del movimiento cientifico modern, no menos que de las
necesidades que debe satisfacer en la hora present, entire nosotros,






REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


la instrucci6n universitaria. Algo sobra y no poco falta en 6l,
sin contar con que su estructura no permit realizar la aspiraci6n
muy legitima de que ella forme, ademAs de meros profesionales,
hombres de ciencia, que la cultiven sin miras de lucro y con el
solo prop6sito de colaborar en su adelanto y perfeccionamiento.
Si es Otil lo primero, no lo es menos lo segundo, con la ventaja
de que reflejaria mayor prestigio sobre nuestro nombre y nos
pondrfa en camino de ser algo mAs que una factoria en el con-
cierto de las naciones.
La Academia estA penetrada de la necesidad de la reform y
es notorio que la tiene en el tapete. Antes de much, pues, en
este mismo aflo seguramente, recibirA su sanci6n, y nuevos rum-
bos se abrirAn con ella A la ensefianza de la Facultad. Mientras
tanto, los senfores profesores continuarAn dandola tan amplia 6
intense como las circunstancias lo permitan. Vasto es, A pesar de
todo, el campo de cultivo, y la mies puede ser sana y copiosa se-
leccionando m6todos, completando la experiencia propia con la
ajena, huyendo de feticismos, deponiendo prejuicios y pasiones
de escuela y buscando la verdad por sobre todas las cosas, con
sinceridad y buena fe. (Aplausos).
La ciencia es eminentemente progresiva. Avanza y avanza
siempre, develando misterios, descubriendo nuevos horizontes y
dejando huella indeleble al trav6s de las edades. Pero nada tan
infundado como el orgullo jactancioso que suele embriagar A algu-
nos de sus ap6stoles, porque, como se ha observado, sus mayores
conquistas, sus triunfos mAs ruidosos, apenas si disminuyen en
dosis infinitesimales nuestra colosal ignorancia sobre los fen6me-
nos innimeros del mundo fisico y del mundo moral. No es esto
mirar en menos A la ciencia, ni desconocer el m6rito de los que la
consagran sus vigilias. No: es solo reducir A uno y otra a sus
justas proporciones para evitar falsos mirajes y peligrosos ensi-
mismamientos.
Empero, aunque la meta se halle A distancia inconmensurable
y sea inaccesible al flaco entendimiento, deber nuestro es perse-
guirla y aproximarnos A ella sin cesar. Ningrn esfuerzo queda per-
dido en esta brega constant de la humanidad en pos de la luz.
AMn los que terminan en errors 6 extravios sirven A la ciencia, en
cuanto enseflan los escollos que deben evitarse y permiten corre-
gir la brajula de las investigaciones; apart de que todas las cons-







DISCL'RSO INAUGURAL


trucciones del pensamiento algun material prestan a las nuevas
que las reemplazan.
Esto debe hacernos reflexionar antes de fulminar con el sar-
casmo 6 el menosprecio a los obreros que nos han precedido. Basta,
para que merezcan nuestra graLitud y respeto, que hayan dado
en su hora todo lo que pudieron dar, que con algunos hilos si-
quiera hayan engrosado la corriente de oro del saber. Y como al
desden de lo pasado, en material de ciencia, suele ir unida la exal-
taci6n frenetica de lo present, sirvanos para precavernos de ello
la consideraci6n de que a nuestra misma vista las teorias suceden
a las teorias con vertiginosa rapidez, y que las que hoy presume
de haber descifrado grandes arcanos caen al dia siguiente en el
olvido, como quimeras 6 extravagancias.
;Libreme Dios, sefiores profesores y j6venes alumnos, de in-
fundiros desaliento con estas mis palabras, y de entibiar vuestro
ardor por las especulaciones cientilicas! Nada mas dislante de mi
intencidn. Pienso. por el contrario, que debris seguir sacrificando
con creciente enLusiasmo en el temple de la ciencia, en vuestro
propio bien y para honra y provecho de la Patria. (Aplausos.)
Los studios juridicos y sociales son objeto de incesanLes in-
vestigaciones en los pueblos que marchan a la vanguardia del
progress, y much de provecho pod6is espigar en ellas 6 incor-
porarlo en vuestro haber. Es este un trabajo de seleccion y adap-
tacidn no exento de dilicultades, porque en tales investigaciones
suele andar mezclada con la buena la mala moneda, y porque,
ademAs, el prestigio de ciertos nombres ejerce un poder de se-
ducci6n y ampara, como la bandera, toda clase de mercan-
cias.
Tambien de otro lado puede venir el peligro al poner A contri-
buci6n, para nuestra ensefianza y nuestros adelantos, las doctri-
nas de los autores extranjeros. Padecemos un double defecLo de
caracter: la improvisaci6n y la imitaci6n; explicable y aun discul-
pable en paises nuevos, casi sin pasado y faltos de tradiciones,
que marchan a saltos y tienen que edificar de prisa, asi en el
orden material como en el moral. La impaciencia de progress, la
escasez de material propio, la pereza para pensar, y, permitaseme
decirlo, el prurito de ostentar facil erudici6n, nos hace tomar sin
beneficio de inventario todo cuanto lleva cufo extraflo, y levantar
con ello, de la noche A la mahana, verdaderas construcciones







REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


hongos, que si halagan nuestra vanidad no afaden un apice A
nuestra reputaci6n.
Sigamos, en hora buena, las huellas de los maestros del dere-
cho y de las ciencias sociales, sin distinci6n de razas ni naciona-
lidades; aprovechemos sus conquistas, ya que la ciencia no reco-
noce fronteras y es patrimonio de la humanidad. Pero al hacerlo
no abdiquemos de nuestro propio criterio, no prestemos asenso
sino A la verdad, no tomemos partido por sectas 6 escuelas deter-
minadas, ni nos dejemos seducir por el solo prestigio de los nom-
bres. El magister dixit, es una remora en el campo de la espe-
culaci6n cientifica y no debe tener cabida en nuesLra escuela.
(Grandes aplausos).
Una en su esencia pero multiple en sus manifestaciones, ofrece
la ciencia variadisimos puntos de vista que permiten la colabora-
ci6n, en mayor 6 menor grado, de todas las inteligencias y de
todos los pueblos. Los de Am6rica, nacidos poco ha A la vida, son
un inmenso crisol en ebullicidn donde se entrechocan, mezclan y
confunden elements los mAs heterogeneos. Es dificil pronosticar
lo que saldrA de el en definitive; pero un ojo escrutador puede
descubrir en este process de amalgamaci6n no pocos fen6menos
curiosos, economicos, politicos y sociales, que salen del molde de
las teorias corrientes. El studio de esos fen6menos es de un
valor inapreciable para la ciencia, y si nosolros contribuy6ramos
con 61 A su enriquecimienLo, en la media de nuestras fuerzas,
habriamos pagado en la mejor moneda lo much que debemos al
tesoro cientifico de la vieja Europa.
En otro sentido, sefiores profesores y j6venes alumnos, vues-
tras Lareas pueden ser de gran utilidad para el pais. Nuestra con-
dici6n de pueblo nuevo y en formaci6n, hace que A diario nos salgan
al encuentro problems apremiantes que deben serresueltos sin de-
mora. Tenemos ya una cueslid6 obrera que demand pronta solu-
ci6n; los trusts han hecho su aparicidn en nuestro suelo, amena-
zando monopolizar la producci6n y encarecer desastrosamente
las subsistencias; las sociedades an6nimas, palancas poderosas
antes de nuestro progress econ6mico, tienden A degenerar, al
favor de una excesiva libertad, en arbitrios fraudulentos para
arrebatar los ahorros de la clase trabajadora; el problema vital
de la poblacidn de nuestros vastos desiertos exige que se le re-
suelva de una vez por todas, consultando las necesidades del






DISCURSO INAUGURAL


presence y del future; peligra nuestra raza y nuestro porvenir
con la escoria humana que en fuertes d6sis nos trae la inmigra-
ci6n, y urge poner diques al torrente; nuestro sistema tributario
y nuestra political commercial, internal y externa, carecen de reglas
y principios que les d6n estabilidad, de acuerdo con nuestras
conveniencias: y finalmente y para no fatigaros con una enume-
raci6n que podria ser larga, el monroismo, su ampliaciOn re-
ciente por Roosevelt y la tesis Drago, interesan A la seguridad de
las naciones de este continent y ocupan en la actualidad, A muy
just titulo, la atenci6n de pueblos y cancillerias.
He ahi temas dignos de vuestras aptitudes, sefiores profeso-
res. El studio que les consagr6is habituarA A vuestros alumnos a
poner su pensamiento en los asuntos que de un modo especial
afectan los grandes intereses pfblicos, y servira para preparar
leyes acertadas a su respect. El espiritu de imitaci6n 6 improvi-
saci6n a que antes aludiera y que tanto nos perjudica, encontra-
ria en ello un corrective saludable, pues vuestras soluciones no
serian ex6ticas, sino deducidas de la observacidn paciente de los
hechos y aquilatadas con los principios de la ciencia. (Aplausos).
Pienso que no es esto todo lo que exige de vosotros, sefiores
profesores, el apostolado didactico que ejerceis en esta casa.
Puesto que el derecho constitutional cae bajo su enseiianza y
la verdad es vuestro inico guia, podeis y debris afirmar desde lo
alto de la cAtedra, en bien del pais y con abstracci6n complete
de personas: que es un delito de lesa civilizaci6n la violaci6n
constant y sistematica de los principios fundamentals del go-
bierno libre; que conspiran contra su existencia y merecen el
desprecio del mundo los pueblos que viven indolentemente fuera
de su regimen institutional; que la libertad es para ellos el bien
por excelencia, y que posey6ndola todos los demas vienen por
ailadidura; y por Altimo, que el alzamiento franco con la suma
del poder, en nombre de la fuerza, es menos funesto y depri-
mente que la representaci6n perpetual de la comedia de las insti-
luciones. (Estrepitosos aplausos).
Pero no es s6lo ciencia lo que nuestra Facultad debe A la ju-
ventud que en caravana perenne desfila por sus aulas. Hay algo
mAs que tambi6n debe inculcarla y sin lo cual aquella seria inftil
cuando no perjudicial: desinter6s, abnegaci6n, generosidad, no-
bleza de sentimientos, elevaci6n de miras, integridad y altivez de






REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


carActer. En una palabra: todas las virtudes que realzan la perso-
nalidad humana, ennoblecen el saber y elevan A mayor potencia
las energies individuals y las colectivas de la sociedad. No debe
olvidarse que la juventud que recibe enseflanza en esta escuela
esta llamada A dirigir los destinos de la Patria, y educar At la vez
al pueblo con la ilustraci6n y el buen ejemplo. Incompleta serA
entonces la obra si no se procura que A la ciencia vaya unida la
virtud, y grande nuestra responsabilidad si nos desentendemos
de ello.
J6venes estudiantes: no debris esperarlo todo de la autoridad
directive y del personal docente de la Facultad. No ignorAis que
ensefar y aprender son ideas correlativas, y por ende insepara-
bles. Si a los profesores toca impartiros una ensefianza seria,
abundance y nutrida, A vosotros corresponde aprovecharla debida-
mente, siguiendo con atencion y respeto sus lecciones, dedicando
al studio el mayor tiempo possible, haciendo del libro vuestra
compafia inseparable y viviendo en comuni6n intellectual con
ellos mientras dure vuestro aprendizaje. InLtiles serAn sus afanes,
de nada servirAn su consagraci6n a la cAtedra y toda su sapien-
cia, si la palabra de verdad salida de sus labios no ha de tener
mas eco que el del vacio del aula, 6 ha de caer sobre un auditorio
distraido 6 indolente, cuando no refractario a los nobles estimulos
del saber.
Os interest, jdvenes, tener un concept exacto del actual pro-
fesor y de su augusta misi6n. No es el d6mine rigido y adusto de
otros tiempos, encerrado en el santuario de su much 6 poca
ciencia y que s61o gustaba de presentarse A sus discipulos en-
tre nimbos de magestad y con aire de olimpica suficiencia, avaro
de fama y despreocupado de la utilidad de su ensefanza. El mo-
derno professor es nada mAs que un obrero caracterizado de la
ciencia. Labora en campo abierto y A la luz del dia, consider A
los alumnos como su familiar spiritual, cuida de ellos con amo-
rosa solicited, y su mayor placer consiste en infundirles la pasi6n
del studio, comunicarles lo que sabe, hacerlos colaboradores de
sus investigaciones y nutrir su cerebro con Amplios y s6lidos co-
nocimientos. Lejos de sentirse mortificado, A gran honra tendria
el que sus discipulos le aventajaran en potencia mental y dieran
6pimos frutos. (Aplausos).
MAs que un lazo de subordinaci6n y dependencia, as un vinculo









DISCURSO INAUGURAL


de solidaridad y compaiferismo lo que existe entire el y los alum-
nos. Una double fuerza basada en ese vinculo, de accidn y reacci6n,
intervene en el process de la ensefanza y decide de su suerte. El
verbo docente del maestro abre el surco y derrama la semilla en
el espiritu del discipulo, y 6ste la fecundiza y hace germinar con
el poder de su voluntad y la luz y calor de su inteligencia. El en-
tusiasmo del primero comunicase al segundo, y el anhelo de sa-
ber de 6ste enciende nuevos brios en aquil.
Como lo v6is, jdvenes estudiantes, series son vuestros deberes
en la labor Ardua y trascendental encomendada A nuestra escuela.
El prestigio de su nombre, no mnenos que vuestras propias conve-
niencias y las de la Naci6n, exigen que os penetreis bien de ellos
y los cumplais con religiosidad. CumplirAn tambidn los suyos,
como hasta aqui, acad6micos y profesores; y esta uni6n de volun-
tades impulsarA mas y mas el adelanto de los studios y hara que
antes de much se coticen en los mercados del mundo no s6lo los
products de la agriculture y ganaderia, si que tambi6n los del
pensamiento argentino.
A ello debemos propender con empefto incontrastable los que
tenemos la responsabilidad de la ensenianza en esta rama impor-
tantisima de la Universidad. Y si nos arredra la tarea y sentimos
flaquear nuestras fuerzas ante los obsLaculos y dificultades que
puedan salirnos al paso, confortLmonos con el ejemplo de los que
nos han precedido, y vengamos a pedir inspiraci6n A las sombras
venerandas que desde lo alto de estos muros velan por los desti-
nos de la casa que ilustraron con su ciencia y enaltecieron con
sus virtudes. (Repetidos aplausos).
Senores: Quedan inaugurados los cursos de 1906 de la Facul-
tad de Derecho y Ciencias Sociales.

JUAN M. GARRO.
Vicedecano en ejercicio
en la Facullad de Derecho v Ciencias Sociales.












LAS DOCTRINAS DE MONROE Y DRAGO


CONFERENCIA INAUGUnAL DEL CUISO DE DEHECIIO INTERNATIONAL PUBLIC
DADA EN LA\ ACULTAD DE DEHECHO Y CIENCIAS SOCIALES EL 16 DE AURIL




,/vepes alumnos:

El Derecho Internacional Pfiblico, rama del Derecho general,
cuyo studio iniciAis hoy, ha sido hasta la segunda mitad del
siglo pasado una ciencia desconocida y negada, quim6rica, 6
admitida con reserves y salvedades por la falta de precision de
sus reglas, la vaguedad de sus doctrinas y su dependencia de la
political. Ni ley, ni tribunales, ni sanci6n, era la sint6tica formula
negatoria.
Destinada A dirigir las relaciones de los Estados, debi6 nece-
sariamente Ilevar vida precaria, inientras esas relaciones fueron
escasas, subordinadas a los intereses y A las ambiciones de los
gobiernos, y manifestadas, por lo general, en aIs sangrientas
hostilidades de unos pueblos contra otros, movidos por causes
que les eran, las mAs de las veces, ignoradas.
Pero, los progress de la civilizaci6n, una mejor y mnis alta
concepcidn de los interests comunes de la humanidad, la fre-
cuencia y la intensidad de los intercambios comerciales, merced
A la creciente facilidad de las comunicaciones, la abundancia de
las emigraciones, la liberalidad de las instituciones y otras causes
analogas, al estrechar y multiplicar las relaciones de los Estados,
han hecho nacer las reglas de derecho que debian dirigirlas pre-
cipitando el process de la antes lenta evoluci6n del Derecho In-
ternacional Piblico y convirti6ndolo, como se ha dicho con exac-







LAS DOCTRINAS DE 3ONROE Y DRAGO


titud, uen una ciencia firme, de contornos netamente acusados,
de principios establecidos sobre bases s6lidas,.
La funci6n requeria su 6rgano y ya lo posee.
El movimiento progresivo ha sido rapido y continue, a pesar
de aparentes retrocesos.
El arbitraje, que es el medio pacifico de soluci6n juridica de
los conflicts internacionales, marchaba a remolque de la diplo-
macia, a la que servia de recurso subsidiario para resolver cues-
tiones secundarias. Su importancia podia medirse por la escasez
de sus aplicaciones: veinte y dos casos solamente registra, desde
1798 hasta 1855, la obra magistral sobre los ((Arbitrajes Interna-
cionales), emprendida por los profesores Politis y Lapradelle.
Desde entonces, especialmente desde los Alabama claims re-
sueltos por el Tribunal de (inebra, el arbitraje entra en favor y
adquiere 6 estA en vias de adquirir el carActer de una verdadera
instituci6n judicial entire naciones que contribute a la formacidn
y manifestacion del Derecho.
Los Estados lo adoptan para la soluci6n de sus litigios, cele-
bran tratados con la clausula comproinisoria, la Conferencia de
La Haya legisla el procedimiento y crea la Corte, ((tribunal tem-
porario en un cuadro permanente), como dice Renault, se ex-
tiende su esfera de acci6n y se Ilega en los albores de este
siglo xx A una series de convenios que establecen el arbitraje ge-
neral y obligatorio.
Al derecho de genes de las costumbres 6 conventional, em-
pieza A agregarse un derecho de genes judicial, por mas que 61 no
pueda auin aplicarse en los casus belli, generalmente urgentes,
que no admiten demoras, pues la guerra, "(como la cholera, no
espera).
Para regularizar y civilizar la guerra, que es todavia y sera
por much tiempo la sanci6n supreme, los esfuerzos se han suce-
dido, logrAndose sobre muchos puntos la adopci6n de reglas
precisas, condensadas en preceptos articulados en leyes y re-
glamentos.
Los enfermos y heridos recogidos en los campos de batalla y
el personal sanitario, estAn bajo el amparo de la Cruz Roja y de
las Convenciones de Ginebra y de La Haya. Las tentativas de co-
dificaci6n de las leyes de la guerra terrestre ensayadas en Bruse-
las y en Oxford, han sido coronadas por el 6xito en la Conferencia







REVISTA DE LA UNIVERSIDAD DE BUENOS AIRES


de la Paz de 1899. El Derecho Internacional Maritimo espera afin
su codificaci6n; pero ella esta inscripta en el program de la
prdxima Conferencia, que congregara, por primera vez en la his-
toria, A los representantes de todas las naciones civilizadas del
orbe. De alli saldran consagrados, si se cumplen los votos expre-
samente formulados en 1899, el principio de la inviolabilidad de
la propiedad privada en el mar, los derechos y deberes de los neu-
trales, las reglas de los bombardeos de puertos, ciudades y aldeas.
Entre tanto, se cuenta en el derecho positive con las cuatro famo-
sas declaraciones del Congreso de Paris de 1856 y el C6digo para
la guerra naval, redactado en 1900 por Stockton y adoptado para
sus escuadras por los Estados Unidos de Am6rica, aparte de nu-
merosisimas disposiciones de las leyes nacionales. La codificacion
avanza, precedida de los trabajos del Instituto y por el camino
trazado en las obras de los publicistas, abundantes y nutridas,
algunas en forma de Cddigo como las de Bluntschili, Domin Pe-
trushevecz, Fiore, Dudley-Field y Aspiazui.
Sin embargo, no poco incierto y vacilante queda ain por afir-
mar y precisar para que la comunidad international sea regida
por el derecho; pero como, A la vez, much se ha avanzado ya en
poco tiempo, es menester estudiar esta ciencia en sus fuentes mAs
modernas, en los precedentes y aplicaciones mis recientes y en
los textos de los tratados, reglamentos y declaraciones, para
no extraviarse en largas investigaciones de escasa utilidad, para
no recoger nociones falsas 6 atrasadas.
Estos conocimientos, con sus comentarios apropiados; el scna-
lamiento de las lagunas 6 vacios y la critical suscinta, constituiran
las bases y mdtodo de nuestros studios. A veces nos apartaremos
de ese m6todo y nos detendremos en el examen de cuestiones
controvertidas en que los principius pugnan por establecerse en
forma clara y definitiva, ya sea por la influencia de ideas alejas
pero arraigadas todavia en la conciencia de los pueblos, ya por la
lucha de intereses encontrados, yapor la tendencia de los podero-
sos A resolver militarmente sus querellas con los d6biles.
En la hora en que hablo se discuten los programs de dos Con-
gresos Internacionales pr6ximos 6 reunirse: el Pan-Americano de
Rio Janeiro y el Universal de La Haya, cuya obra puede ser tras-
cendental y fecunda; y las cancillerias, los publicistas y la prensa,
tienen entire manos la TESIS DRAGO.