La locomotora

MISSING IMAGE

Material Information

Title:
La locomotora
Physical Description:
Serial
Language:
Spanish
Publisher:
s.n.
Place of Publication:
Guatemala
Publication Date:

Subjects

Subjects / Keywords:
Periodicals -- Guatemala   ( lcsh )
Civilization -- Periodicals -- Guatemala   ( lcsh )
Genre:
serial   ( sobekcm )
periodical   ( marcgt )
Spatial Coverage:
Guatemala

Notes

Dates or Sequential Designation:
Began with Año 1, no. 1 for July 15, 1906.
Numbering Peculiarities:
Vols. for 1907- also called Año 2-
General Note:
"Revista de política, ciencias, literatura y bellas artes".

Record Information

Source Institution:
University of Florida
Rights Management:
All applicable rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier:
oclc - 30858255
lccn - 2011229543
ocm30858255
System ID:
AA00011460:00081


This item is only available as the following downloads:


Full Text
I' i-2rc


]LILL i T"R( ,'1- .


V WI: N -


n--


';'
u :
,1 :~~
r
.. .X '~"


IL& K liRji- a -
















































-v*.


I















.Cra Cocomotora

Rquista de political, ieqrias. (iteratura y Bella5 I rates.

lire olar. Redlctor iy A rdmiinistlrilor: Viiceint Chii ehillan.- Areniida Ni K mero 3.

TuMO 1 VII. GUAIrEMALA, 25 DE JULIO DE 1900. N.ilERO 93.


CARTA


A


BIERT


Seiiorita IA argarita Torrrarndell,


BARCELO NA.


Mi recordada y querida sobrina:
No puiedes imaginar-
te cuanto te agradezco
el empefioque te tomas
en dar noticias y repro-
ducir dates references
a Guatemala, bello pals,
por el cual sientes, me
dices, cada dia ms ca-
riiio:. i algdn dia v\isi-
taras e, ta tierra predi-
, lecta, te convencerias
"de que tu labor ha sido
muy justiciera, porque
todo cuanto se diga de
bueno, lo merece esta
pr6spera y floreciente
Repiblica.
Me caus6 much pla-
cer enterarme de que
eu la semana entrance
vera a luz piblica mi
carta en que te hacia la
descripci6n de la visit
del Almirante de la
Escuadra Blanca del
Pacifico; como celebro
tambien que te grade
much ver como en
esta tierra se recibe A
losquela visited, y que
todos, sin excepci6n, se
Ileven, por la cultural de
su Gobierno y la hospi-
talidad de sus bijos, las
mas gratas impresio-
nes.
Complaciendo nueva-
mente tus deseos de
saber cuanto por aquf
pasa, me apresuro a,
darte una noticia que


ReproducclSn del Pergamino. en elegant -mnrco, oLsequiad.-
al Steror Pre.identc de la Repiihlica, Licenciado Doni Manuel
Estrada Cabrcra, pur la Colonia Espafiola residente en
esta ciudad.


ha de serte dnblemente
agradable, por tratarse
de un nuevo vinculo de
uni6n y amistad entire
nuestra querida Espa-
iia y mi segunla patria
Guatemala. Se trata
nada menos que de la
eutrega que el Excmo.
Sr. Ministro de Espa-
fia,a nom bre de nuestro
amado Rey, S. M. Don
Alfonso XIII, hizo al
President de Guate-
mala, de la Gran Cruz
de Isabel la Cat6lica.
La noticia de tan
justiciera bonra, que
Ileg6aqu hbace unosdos
meses por cable y nos
llen6 de alborozo, hoy
ha tenido -L manifes-
taci6n esterna, con la
imponente ceremonial
que paso A referirte.y
que ha sido motive de
intense jdbilo paragua-
temaltecos y espanioles.
El dia 13 de los co-
rrientes se verific6 la
entregade las insignias,
con augusta pompa, en
el Gran Sal6n de honor
del Palacio Presiden-
cial. La Banda .Marcial
hizo vibrar las majes-
tuosas notas de la Mar-
cha Real Espaiola, y
del Himno Nacional de
Guatemala, patri6ticas
piezas que hicieron es-
tremecer el coraz6n de
todos los concurren tes


A










La Locomotora 2


Asistieron a tan solemue acto los se6ores Se-
cretarios de Estado, Generales y Jefes de alta
'graduaci6a, personasconnotadas en el pais, por su
importancia en la political, en la bauca v en el co-
mercio, y crecido ndmero de los miembros mis
conspicuous de la colonial espaiola resident en esta
Capital.
El seflor Sub-secretario de Relaciones Exterio-
res, don Frlipe Estrada Paniagua, acompai6 des-
de su morada basta el Palacio al Excmo. Senior
Garcia Jov6, Enviado Estraordinario v Ministro
Plenipotenciario de Espaia, a quienes segufan, el





.i 9


rwB



,'


Ex.lmo. Sefior lion Manuel Garcia Jove, Enmiado Extracor-
diuario y linihtro Plenipotenciario de Espaila.

Secretarlo de la Legacinu,Seaior de Benito y Varela,
el sefor C6nsul Camacho y los Sefores Licenciados
Recinos y Sienz de Tcjada, Oticial Mayor y Sub-
Jefe del Protocolo de la Secretaria de Estado,
respectivamente.
En el momeuto de cumplir su alta misi6n el
Escmo. Sefior Ministro de Espaia, pronunci6 las
siguientes palabras, que como, veras, interpretan
admirablemente los sentimientos de nuestro Mo-
narca con respect A Guatemala y al Jefe ilustre
que rige sus destinos.


SENIORR PRESIDENT:

Tengo la alta honra de entregar en manos de
Vuestra Escelencia la Carta Aut6grafa de Su Ma-
jestad el Rey, mi Augusto Soberano, comunicindo-
le la concesi6o de la Gran Cruz de la Real Orden de
Isabel la Cat6lica, cuva insignia al propio tiempo
me es igualmente grato pasar a sus manos.
Nada mas halagiieiio para mi que ser tiel cum-
plidor de este Rcgio encargo que demuestra muy
sefialadamente el afecto que mi Soberano profesa a
Vuestra Escelencia y la admiraci6n que le produ-
cen los constantes afanes y Ardua labor que dedica
para la prosperidad, desarrollo y cultural de esta
hermosa Repdblica, atianzandose con aquel
motivo los lazos y franca amistad que al
S present unen A Guatemala con la Madre
Patria.
Por mi parte, Sefor Presidente, y al
S felicitar \'uestra Escelencia por tan pre-
S ciada distinci6n me congratulo de baberme
cabido la suerte de ser el portador de tan
elocuentes y pdblicas demostraciones de la
estrecha y sincera cordialidad que une a
S ambos Gobiernos y Paises."
A las espresivas y elocuentes frases
del sefor Ministro de Espafia don Manuel
Garcia Jov\, contest su Excelencia el
Senor Presidente de la Repdblica con los
siguientes parrafos tan sentidos como
i impa ticos.

"SF.iOR MINISTRY:

La Carta Aut6grafa, que Vuestra Ex-
celencia se sirve entregarme, de su Majes-
tad el Rey, vuestro Augusto Soberano,
comunicAndome la concesidn de la Gran
Cruz de la Real Orden de Isabel la Cat6lica,
y la alta insignia, que al propio tiempo
Vuestra Excelencia pasa a mis manos,
ll1name de la mas viva complacencia; por-
que tan signilicativa distinci6n prueba el
sefialado afecto con que vuestro Soberano
se sirve favorecerme, sin que yo crea
merecerlo, y la simpatia que le produce
los constantes progress que Guatemala
realize con ardor y afin.
Estimo de un modo especialisimo la honra que
el Augusto Rey de Espaia se dign6 discernirme
porque, ademis de todo, veo como Gobernante qne
soy de este pais, que esas demostraciones Reales
afianzan mas los lazos y la franca amistad que al
present unen a la Madre Patria con la Repdblica
de Guatemala.
Sfrvase Vuestra Excelencia transmitir a Su
Majestad Alfonso XLII la expresi6n sincera de mi
profundo reconocimiento y aceptar mi gratitud por
la felicitaci6n que se digna bacerme con motivo


-
-









La Locomotora 3


ble iisceriItros el.alt' onor derconI rosla corideror.
tolica' orden creada para perpetuar el glori so recurrdo
-ii.saonudecoraci6n.de: primera.claisenoseprodija
ores g~ UinfVerdader a recompensaLia ititou or .
(f eg lifarde&4fn tarde. Ip-uesfmoitvo0de.le ilu
r esdet e a titL- m dRsit ispatcc6n tarna f
traaueridaatr, ue hui ad.elant stentris
mitosiembros.d4. zn'olonina 0spanftaltamente,
d19u(estrO4valern-po cinos menosque aplaudinel
&sa mrtagest414. Farnso WXIL de r licitarns -
oInntena.soc n an i os pornlberipor- ra I a
sindpo u, r-tdifillsn ca 0.
Iho ta ip ilcl ent ica.eonbloriosa
teP' b 'Rf' "dlomni.'
6Ne. 0

.. fe .n ... .

"........' ..






W i .. LV _- ,-.-ij$
JIPW -Jl


Reprducci.n iot..grabada del Pergamino rlfrecido por la Colonia Esp'ahola al Sr. Lie din lMnuel Estrada Cabrera, Presidiene de la Repiblica.











La Locomotora 4


de distinci6n tan preciada y por ser el portador
de esas elocuentes y publicas demostraciones de
estrecha cordialidad entire ambos passes y Gobier-
nos.,"
Los que sabemos que tal distinci6n no se con-
cede sine A aquellos en quienes concurren meritos
indiscutibles, sino i los hombres de altos mereci-
mientos que ban sabido con su inteligencia, sU
labor, su constancia y virtudes cfvicas enaltecer
su nombre; los que hemos visto de cerca los ince-
santes anhelos del Selor Presidente Estrada Ca-
brera por Fa paz centroamericana y por la prosperi-
dad y engrandecimiento de la patria
que le conti6 sus destinos, podemos
apreciar la justicia y la raz6n con que
nuestro soberano distinguid al gran
ombree de Estado que por su ilustra-
ci6n, su pericia v sus nobles ideales,
figure entire los mas grandes de la
America que un dia fue espafiola.
El dia quince 6 sea dos dias des-
puis de dicha ceremonia, como justi-
ciero bomenaje y como sincere tribute
de aprecio y alta estima bacia la per-
sona del Sr. President, una comisi6n
compuesta de los espafioles Sefores
don Felipe Yurrita, don Alejandro
Llarena, don Ricardo Perez, don Vi-
centeSantolino y don Juan Martfnez
Puig, depositaron en manos de S. E.
un pergamino de felicitaci6n, obra de
verdadero arte, que se reproduce en
esta Revista, y que estoy seguro que
serA de tu agrado por el simbolismo
que tiene y por las cariaosas palabras
que torman su leyenda.
El senior Yurrita al hacer entrega
de dicho present pronunci6 estas
significativas palabras:

SEROR PRESIDENT:

Al manifestarme en esta ocasi6n, Arr'ba,
altruno de los miembros de la Colonia hombres
Espafiola, los deseos de que expresase
A Vuecencia,lossentimientos que gene-
ralmente preponderan entire mis conciudadanos, no
tuve duda en aceptar, confiado en que sera Vuecen-
cia, indulgent, para quien como yo, carece de do-
tes apropiados para Ilenar tal misi6n. Consuelame
tambien sinembargo, la simpatfa y agradecimiento
personal que siento por Vuecencia, justifications
que me alientan A manifestaros:
El espafiol, al sentar su pid en este bospitalario
pais, nota cual en ningiin otro, el ambiente saturado
de simpatia general que le dai nimo para empren-
der con franqueza, la realizaci6n de cualquier idea
de progress que tenga concebida, considernudose,.
por lo tanto, bajo el mismo amparo y deferente
atenci6n, que en su querida patria. De alli que la
mayor parte de nosotros, nos radiquemos definiti-


vamente en Guatemala, formando hogares que mis
tarde aumentaran los bho esistentes en esta pro
gresiva Repdblica. y entrelazar mns si cabe, la
admirable uni6n tan homogenea boy, entire vues-
tros conciudadanos y mis connacionales.
Una gran idea podra dar i Vuecencia la gran sa-
tisfacci6n que sentimos en esta Repdblica, al consi-
derar que la mayor part de los que ban tenido la di-
cha de conocer f este hermoso pals, y que por diver-
sos motives le dejan con la intenci6n de radicarse en
otro, llegan a cerciorarse de la equivocaci6n sufri-
da y regresan m6i amantes atin de lo que fueron al
fpartir, y los que no pueden
MP'realizar este deseo, lo lamen-
'tan de coraz6u.
Debemos confesar la
verdad, s es que lasugesti6u
que ejerce eu nosotros Gua-
temala, por sus usos, cls-
tumbres C idioma, es tnu
apropiado al modo de ser
e-spaFiol, que no creo esxae-
rar, al decir que es iml-o-

.,:- -.-.




:"iB~tk~E~[I:oi


Latude y sus escalas de cuerda, y abajo, 1.os parisieusrs,
y mujeres, rici y pobres, trabajando ardorosos y brai.os en
la destrucci6n de la Bastilla.- 1. de julio de 17,89.

sible ballar otra Reptblica en el Continente
Americano, que reuna una colectividad de circuns-
tancias tan excepcionales para la estabilidad del
inmigrante espafiol. Es que Guatemala, ademAs
de los dotes naturales con que estA adornada, ha-
ciendo de ella la mis rica porci6n de la tierra, tiene
hijos que saben ser amigos, Ilenos de una benevo-
lencia tan simpitica, que nos obligan con su
trato, a la amistad concebida en toda la extension
de la palabra.
Nada bay mis satisfactorio, Excelentisimo Se-
?or, para nosotros, que leer en las producciones de
uno de sus ilustrados literatos,en una de suscolabo-
racioues periodisticas, o que es el espafiol respect
al guateinalteco que tan inteligentemente define, y










La Locomotora 5


que no puedo menos que repetirlo." Los espafo-
les OQu' son? "Los espafioles son mismas con
nosotros." Contestaci6n queridisima, con cuyo
modismo y de valor incomparable encierra la ar-
monfa de nue-tras sensaciones. Yo plagiando al
author, vuelvo la oracitin poi pasiva diciendo:
Los guatemaltecos son nosotros mismos.
En el cariiio filial que entire ambas nacione-
e:.i-te, Vuecencia ha contribuido como ninguin otro
para iue aumeute, hasta el punto de que uuestro
Augusto Soberano el Rey don Alfonso XIII, com-
prendiendo su tarea, ha querido dar una prueba de
s.u Real aprecio concediendoos la Gran Cruz de Isa-
bel la Cat6lica, paaando a',, la lealtad acrisolada de
\LVecencia, A los vinculos de raza, estirpe e bistoria
que nos unen.
LA COLONIA ESPANOLA, quiere agrupar-
se A tan acertada Real disposici6n significaindose
como admiradora de las prendas personales que
concurren en Vuecencia,presentindoos en este per-
gamino, la mis cordial felicitaci6n, leal simpatia,
alto y distinguido afecto, y A la vez que agradeceal
pais la hospitalaria y francaacogida que al llegar re-
cibe, hace los mis fervientes votos porque Dios
conserve inalterable por muchos afios, la vida del
SENOR PRESIDENTE"
Su Excelencia el senior Presidente, con esa fa-
cilidad de palabra que lo distingue cuando im-
pro\isia, v sore todo cuando se trata de asuntos
que havan tocado hasta lo nais iutimo su grande y
noble corazdn, manifest6cuantoy cuin sinceramen-


te agradecia tan fino como simpiatico obsequio y
puso muv de relieve el enlace franco y cordial que
existed siempre entire guatemaltecos y espafioles, y
que estos tiltimos no debian nunca considerarse
estranjeros en la patria del Quetzal.
M.as de una hora departi6 con nosotros en ami-
gable y grata conversacidn, refiri6ndonos entire
otra- cosas, un acontecimiento muy significativo
que pone de relieve toda la verdad de sus palabras.
Durantecierto tiempoestuvo ac6fala la representa-
cidn diplomitica de Espafia en este pais y entonces
el, espontanea y generosamente, manifesto A los
espanoles que mientras durara la ausencia de su
Ministro, estarian al amparo de la bandera de Gua-
temala, y probd con hechos elocuentes aquella su
afirmaci6n.
Quiera el cielo conceder al sefor Estrada Ca-
brera muchos afos de vida feliz en el alto puesto
que ocupa para que durante largo tiempo ostente
en su noble pecho la valiosa insignia de la Gran
Cruz de Isabel la Cat6lica, proclamandoasi los altos
merecimientos porque le fue concedida y dando
lustre, honor y gloriaal puebloque tan digna y acer-
tadamente represent en el concerto de las nacio-
nes cultas, a nuestra querida y segunda patria, la
hospitalaria y generosa Guatemala.

Tu afectisimo


Juan Martinez Puig.


+ DISCURSO +

ptonunciado por Felipe Estrada Paniagua, Presidente del Club Liberal Central "2 de Abril," en la velada en
el Teatro Col6n, con que este Centro Politico conmemor6 el 38' aniversario del triunfo de
la Revoluci6n de 1871.-30 de iunio de 1909.


SLEORAS:
SEN,)R F-:-:

Nos hallamos i treinta y ocho afos de distan-
cia de un acontecimiento que marc:6 nuevo- y lu-
minosot, derroteros para el porvenir de Guatemala,
v ain sentimos que retiemblan las calls de esta
ciudad con las recias y febriles pisadas de los corce-
les que conducian en triunfo i los Hombres de la'
Revoluci6n, y todavia repercute en nuestros ofdos
el tumultuous' clamoreo de la multitude victoriando
i los Libertadores, y parecenos ver el imponente
destile de aqiella pequefia legi6n de esforzados pa-
ladines que desde lasaltisimascumbres de Tacan n
hasta las hondonadas de Chichi, y desde los abrup-
tos desfiladeros de Tierra Blanca basta las serra-
nias de San Lucas, pusieron susto en las numero-
sas huestes de la Teocracia y las anonadaron con
el fuego de los fusiles y con el poder invencible de
la idea.


Sin duda alguna que comprendereis tan bien
como lo sentis, que la raz6n Idgica de este fen6meno
psiquico de todos los afos, mejor dicho, de toda la
vida national future, esti en que, despues de la
part lisis que se extendia interiormente en el pais,
desde las extremidades hasta la totalidad de sus
miembros y hasta su propio exan'ue coraz6n;
despues del silencio de los vivos que imperaba
brutalmente del uno al otro conffn del territorio,
mis terrible y sombrio que el silencio de los muer-
tos; despu6's que la tierra, esta amorosa madre
nuestra, exuberant y prolifica, en vano gritaba,
venid ylabradme, venid y cosechadme; despues
que los desmanes y la ineptitude del Gobierno y las
impotencias de la Patria nos bacian objeto de befa
y deabrumador desprecio;despues quela miseriay
la ignorancia popular constitufan un estadode cosas
recordatorio del inferno del Dante; despues de todo
eso, se anunci6 la buena nueva y con ella se des-
pert6 el ojo adormido y un rayo de fulgurante luz










La Locomotora 6


fij6se en su retina, bati6 sus alas la esperanza so-
bre la ceiiuda frente y un h lito de regeneraci6n
fortific6el espiritu.
Se bizo ondear al viento una bandera que con-
tenia estas palabras, LIBERTAD, IGUALDAD,
PROGRESO, como sintesis de balagadoras pro-
mesas politico-seciales para todos, y como simbolo
de paz y de concordia Fara los hombres de buena
voluntad; y ese lienzo sagrado, gir6n limpisimo de
nuestro cielo primaveral, desde entonces se irgui6
arrogante y magnffico y se encomend6 su guard y
sosten a tan herc6leas y experts manos, como que


periddico, la hoja volante, el folleto y el libro, para
impulsar el adelanto intellectual, establecer una
lucha de priucipios encaminada en fuerza de la 16-
gica i destruir preocupacioues y poner al pueblo
en posesi6n del predominio de sus derechos.
Comoharapos de gastada vestidura, queria irse
dejando atris imigenes y afectos deprimentes,
opresores a veces hasta la obsesi6u, que un sen
tido mas puro de los priucipios morales y una in-
terpretacidn mis recta de los fendmeuos fisicos
pugnaba por desterrar para siempre. Quidu ha-
bria osado near la transformacidn? jQuidn podria


Los novios Concha Sfguere y Enrique Forno A. y los asistentes A su boda.-12 de junior de 41JI.


iba A ser el blanco de todos los tiros y la enseia
sugestiva y gloriosa de la reform que se iniciaba.
La imprenta, que desde la caida fatal del inte-
guirrimo Mariano Galrez babia enmudecido )ara
la political y para todos los intereses que se relacio-
nasen con el progress national, comenz6 a crugir
en todas parties, y A no haber sido la guerra de
montafa que, inspirada y sostenida por el odio im-
placable de la reacci6n, incendi6 el Oriente de la
Reptiblica, no habria vuelto el caii6n de las batallas
A tronar en los espacios, ni el dios Marte bubiera in-
flamado otra vez los espiritus, y antes bien, lo tinico
que 1enara el ambito de Guatemala habria sido el


contenerla? Ley de ]a evoluci6d spiritual de la
bumanidad, y explosion de la ira popular contra
el despotismo, imponfase con fuerza irresistible.
Era el maiiana misterioso que arrojaba sus prime-
ros fulgores, y hubiera sido insensato cerrar los
ojos, porque, inhabituados adn,se sintiesen heridos
por la luz que avanzaba.
La empresa de la reform tenfa que ser titani-
ca, imperative y dolorosa, pues para reconstituir
la Repdblica sobre fundamentos s6lidos, imponer
el respeto debido y necesario al principio de autori-
dad, y al mismo tiempo civilizar en medio del com-
bate y de las violentas y tradicionales pasiones,









La Locomotora 7


necesitibase un reformador formidable que uniese
A la fuerza de su caricter la perseverancia y la
energica voluntad; y ese reformador formidable,
imperioso y soberbio, fue present providencial
del humilde pueblo de San Lorenzo.
Habia que destruir para reedificar el edificio
politico-social y econ6mico sobre los escombros del
pasado; hahia que salir del caos, por la anarquia
rugiente, para entrar en la armonia; de la contra-
revolucidn asoladora, para conquistar la paz que
reorganize y restablece el equilibrio moral; del
desorden, que disgrega, para entrar en la disci-
plina, que junta y cohesiona; habia, en fin, que sa-
lir de la misma revolucidn libertadora de Miguel
Garcia Granados y Justo Rufino Barrios, mezcla
singular de lirismo democritico y de positivismo
autocratico, para entrar de Ileno en la obra emi-
nentemente racional y prictica, en la vida del de-
recho que ellos sofaran y con cuyas doctrinas
echaron los fundamentos de la patria y de su civili-
zacidn, apoyados por el criterio de los pensadores y
buenos ciudadanos de su epoca.
Desde luego, di6se al vuelo con sus alas lumi-
nosas el polen fecundante de todas los ideas gran-
des y la iniciaci6n de todo progress. Por esto es
sin dispute, el 30 de junio de 1871 la base funda-
mental de la Naci6n Guatemalteca, y de ese ai5o,
como de una aurora que deslumbra, como de una
hermosa primavera, surgeon las mariposas de la
literature, alzan su vuelo poderoso las aves de la
ciencia y extiende su florecido ramaje el Arbol de
la educaci6n regeneradora y del trabajo bienhe-
chor.
Barrios fu6 para la Reforma el verho relam-
pagueante de la idea y del poder incontrastable de
la fuerza y de la audacia: cubridse el pecho con el
bronce de la dictadura de Cromwell para realizar
sus designios;jefe de un partido que lo convirti6 en
Arbitro de .sus destinos, se alz6 tonante sobre las
preocupaciones y los prejuicios, y lo hizo invulne-
rable y poderoso; guerrero, venci6 at monstruo de
la anarquia disociadora y aplast6 la cabeza impeni-
tente de las revoluciones fratricidas; soci6logo, hizo
de la propiedad un tabernaculo inviolable y mantu-
\o a la sociedad en su respeto y en sus fueros; po-
litico, sostuvo el principio de autoridad en su alta
grandeza y su decoro, promovi6 el progress de la
patria en todos sentidos y le di6 cr6dito y respeta-
bilidad ante las demis naciones.
Con la arrogancia nunca desmentida de su
brioso temperament de caudillo, con sus grandes
aptitudes para imponerse y gobernar y con su per-
sistencia inquebrantable en los prop6sitos que
concebia, se abri6 paso hacia la cdspide del poder y
y en l1 le sali6 al paso la muerte, precisamente lu-
chando con bizarria por la reconstrucci6n de la pa-
tria Centro Americana.
La historic political de la Reforma no se ha es-
crito todavia, pues lo que sabemos de esa epopeya,
se debe'a lo que vemos y palpamos, a la narraci6n


de episodios aislados y sin autecedentes 6 a incom-
pletas biografias con datos mis imaginarios que
exactos. Perola verdadera historic, la quedebe pun-
tualizar los bechos y relacionarlos por manera pre-
cisa y armoniosa con el temperament y la morali-
dad mAs 6 menos resaltante de los hombres que en
ella se mezclaron; la que debe analizar el medio
itnico y social que les sirvi6 de teatro; la que debe
estudiar con sagacidad profunda las ideas contra-
puestas, las ideas diametralmente contrarias, los
odios de partido, la indole de los procedures y la fi-
nalidad de detos en la lucha sin trerua ni descanso
de la reaccidn conservadora por la conquista del
poder; la que debe comparar y armonizar todas estas
circunstancias, para extraer de su conjunto la pro-
vechosa ensefianza que se desprendde e la filosofia;
la que debe inspirarse en la justicia, en *los princi-
pies de la ciencia y en la alteza de su propia digni-
dad; la que, impartial y several, debe ser el azote
del vilipendio para los malvados y la Slorifitaci6n
para.los varones exclsos que trabajaron de buena
voluntad en beneficio de la civilizaci6n y la grandc-
za de Guatemala; esa historia nos falta para ejem-
plo de vosotros, jdvenes escolares, y para ensefian-
za de las generaciones que uos sucedan.
Mas, en tanto que esa historia se describe, no-
sotros, como hijos legitimos de aquella revolucidn
que nos amamantd6 sus pechos ub6rrimos de ma-
dre amantisima v fecunda, estamos obligados, por
sentimiento de gratitud y por protest de fidelidad,
a Lantar sus glorias y pregonar las excelencias
de sus heroes, ya que estos, con sus faltas, que no
son otra cosa sino sombras de sus cuerpos, nos
prepararon un magnifico destino y nos legaron esa
libertad que si a veces clama como los Gracos
tambien salva como Cicer6n.
Si los beneficios del 71 no estuvieran latentes
desde la capital hasta los mis apartados caserios
limitrofes con otros Estados, bastaria sefalaros j
vosotros, educandos, a vosotros que creceis baj. la
egida milagrosa de Miner\a, y a vuestros compa-
ieros de todo el pais, para comprobar que si la
ignorancia pudo ,er en otro tiempo compatible
coo la felicidad individual y colectiva, la Reforma
hizo de la educaci6n la piedra angular de todos los
progress y la causa national eficiente de todas las
nobles adquisiciones.
Antes de aquella fecha memorable vuestra in-
teligencia no habria podido espaciarse tan alto
hasta comprender el orden de los mundos quo pue-
blan las regions siderales, ni hubiera estado en
aptitud de descender A la sima terrestre para sor-
prender y aprovechar en bien de la humanidad los
tesoros riquisimos que el subsuelo guard, porque
el prodigio de la ciencia os estaba absolutamente
vedadoy estabais condenados a una vida de estre-
chisimo horizoute, con la materialidad embrutece-
dora como tnica estrella polar y norte maldecido de
toda aspiraci6n elevada y de todo sentimiento ge-
neroso.










La Locomotora 8


El regimen politico dimanado del tenebroso
aio de 1839, consecuente con las pri ticas de la
Colonia, mantenia a Guatemala en la mAs crasa ig-
norancia, viciando asi la fuente que debiera dar
ciudadanos tiles i la patria y presentand:) a los
ojos at6nitos del mundo el tristisimo e-pectAculo
de la disipacidu, la falta de costumLbres, la inac-
ci6n perezosa y la miseria repugnante.
Coatad dos 6 tres escuelas de primeras lItras
para una poblaci6n de sesenta mil alma-, y entene-


Boda Si

brecera vuestra imaginaci6n lo sombrio de tal cia-
dro. Y si pensiis que en esos planteles de ense-
fianza, que mis semejaban prisiones, la Ley de
Instruccidn Piblica llamada de PaiLd, regateaba
los iufelices rudimentos de la ciencia hasta nuliti-
carlos con la supremacia del oxidado Ripalda, y
que $ste se hacia aprender de memorial, silaba por
silaba, palabra por palabra y frase por frase, sin al-
canzar su sentido,mediante la eticacia y la emulacidn
infamante de la mAxima pedag6ogica de entonces,
la letra con sangre entra, resaltari la odiosa pintu-
ra con el predominio vil del sangriento rojo y el
negro ensombrecedor.


No exageramos en nada. Jose Batres Muntt-
far, el principle de nuestros poetas, i quien, en el
parque que circunda este mismo teatro, una sabia
disposicidn del digno Gobernante actual de la Re
public, eriggi un monument, dijo, en estrofa
profundamente ir6nica de su famoso poema Don
Pablo:
Ni los billetes I-abel lefa
Sino que los cchaba en el bracero
Sin tender al sobre que decia:
"A la deidad por quii-n lpenando muer..!"


:-uere-Forno A.
Mas, ;,qud babia de leer si no sabia?
Una nina educada con esmero
En aquel tiempo, no sabia A fcindo
Ni conocer la 0 por lo redondo.
Y esa ignorancia se refiere, co.mo observ\is, a
una joven educada con el esmero de la elevada po-
sicidn pecunaria y social de don Dieg'o de la Mella,
"bombre puntilloso y delicado, Coronel de milicias
retirado". Decid, pues, cdmo se educaria A las bu-
mildes bijas del pueblo!
Y si A los ceminarios aludidramos, que podria-
mos espresar sino que all5, los educandos perdian
su tiempo para todo lo 6til y que tambien estaban










La Locomotora 0


sujetos a demasiadas practices religiosas, que
aprendian, bajo el nombre de 16gica, a porfiar mis
bien que A raciocinar, A jugar con la raz6n mAs bien
que a. fortificarla, y que uu velo impenetrable les
encubria los idiomas extranjeros, la qufmica, la ff-
sica, la mecinica y la historic de la naturaleza y de
las asociaciones civiles?
Pero como eraimposible que el desorden de la
political triunfara eternameuteen Guatemala contra
el orden de la Naturaleza y de las eyes biol6gicas,
los destellos de luz del 71 rasgaron las densas som-
bras, penetraron en lasconciencias y dieron una
direccidn feliz A las ideas y un ilimitado horizonte a
las aspiraciones.
En donde habia conrentos de frailes y de mon-
jas, se erigieron santuarios de la ciencia, y enmu-
decid la esteril y mon6toma salmodiapara dar lugar
al himno a la Libertad, al Progreso y al Trabajo,
que hoy entonamos triunfalmente.
Mas. si la Reforma inicid y planted el problema
de la educaci6n popular, tambien es just reconocer
que A la Administraci6n del Benemerito Presi-
dente Estrada Cabrera, heredero de aquella Re-
forma v su continuador victorioso, le toc6 su solu-
ci6n definitive; y que esa soluci6n, en consonancia
con el espiritu eminentemente practice y utilitario
del siglo, la traduce ya, con genialidad herdica,
fundando Fietas Escolares, que tienen levantado
su simb6lico Templo, y creando Escuelas Practi-
cas que, como uua aurora, surgeon por donde quiera,
luminosas y eplendidas, para la positive regenera-
ci6u y felicidad de ]a Patria,y que merced a su influjo
grandiose, la accidn individual halla favorables con-
diciones para mauifestarse, toda verdad encuentra
quien la recoja y todo sentimiento generoso con-
quista ecos de simpatia.
Los grande hombres son asf como dice un
notable pensador, un colirio para purgar de egotis-
mo nuestros ojos y hacernos capaces de ver otras
gentes y otras obras, y en los limits de la educa-
ci6n y de la acci6n humana existen para que pueda
haber mis grrandes grandes.
Suprimid a Miguel Garcia Granados y a Justo
Rufino Barrios y es dificil concebir lo que serfa
ahora Guatemala; suprimid L Manuel Estrada Ca-
brera y la continuacidn de la Reforma se habria
paralizado, y las sombras que se amontonaban el 9
de febrero de 184S, que son las mismas sombras
malditas de antafio, hubieran otra vez cubierto a la
Patria.
La historic es, sin paradoja, la narraci6n de
lo que el hombre ha echo en el mundo, es decir, la
historia de losgrandes hoinbres; y por eso estamos
congregados aqui, para conmemorar la epopeya
mil veces gloriosa del 71 y hacer una religion de
amor y de gratitude en justiciero pr6 de nuestros
heroes y benefactores.


RIMAS SAGRAS



Pastor que con tus silbos amorosos
Mle despertaste del profundo suefio;
Ti, que hiciste cayado de ese lefio
En que tiendes los brazos poderosos
Vuelve los ojos A mi fe, piadosos,
Pues te confieso por mi amor y duefo,
Y ]a palabra de seguirte empenio,
Tus dulces silbos y tus pies hermosos.
Oye, Pastor, que por amores mueres,
No te espante el rigor de mis pecados,
Pues tan amigo de rendidos eres:
Espera, pues, y escucha mis cuidados;
Pero ;c6mo te digo que me esperes,
Si estAs, para esperar, los pies clavados?


Cuando en mis manos, Rey eterno, os miro,
Y la cAndida victim levanto,
De mi atrevida indignidad me espanto
Y la piedad de vuestro pecho admiro.
Tal vez, el alma con temor retire,
Tal vez, la doy al amoroso llanto:
Que, arrepentido de ofenderos tanto,
Con ansias temo y con dolor suspiro.
Evolved los ojos A mirarme humans,
Que por las sendas de mi amor siniestras,
Me despeiaron pensamientos vanos.
No sean tantas las miserias nuestras,
Que A quien os tuvo en sus indignas manos
'os le dejeis de las divinas ruestras.

Lope de Vega.

BODAS ID EA LES


En el agua dormita el infusorio,
maduran las espigas estivales,
y celebran, zumbando en en los resales
los insects, su leve desposorio.

Su amorfinado s6n declamatorio
entona la cigarra en los maizales,
e invita el susurrar de los raudales
con blando suefo al inimo ilusorio!

Su sien la rosa sobre el talle inclina
en desmayo de amores perfumado,
mece el jardin su espl6ndida cortina.

Y bajo el palio verde y estrellado
echa la luz su bendici6n divina,
tii puesta ante el altar, y yo a tu lado.


Salvador Rueda.











La Locomotor& 10


RECUERDOS DE UNA BODA


El 12 de junior l6timo, Conchita Siguere y En-
rique Forno A., anudaron, por la Ley y la Religi6n,
los lazos que el amor y la ilusi6n habian formado de
tiempo atras.
La ceremonia civil se verific6 en casa de nues-
tros amigos muy estimados don Arturo Siguere y
dofia Adelina de Siguere y bubo derroche de mag-
nificencia y abundancia de cortesfa y carifio.
El matrimonio eclesiAstico tuvo efecto en la
iglesia del Carmen, ornamentada elegant y ade-
cuadamente para el acto: una buena orquesta eje-
cut6 la march nupcial de Meldehelson al entrar la
gentil pareja 6 hizo gozar con otras armonfas mien-
tras el sacerdote bendijo la uni6n y la fidelidad
conyugal era jurada al pie de los altares.
Despues, los galantes padres de la novia ofre-
cieron en su casa un almuerzoque estuvo verdade-
ramente esplendido no s61o por lo exquisite de las
viandas y los licores, sino por la cordialidad y la
alegria que reinaron en e1.
Se brind6 por la felicidad del nuevohogar For-
no-Siguere, por la salud de los distinguidos padres
de los desposados y, despues de unas horas ms pa-
sadas en agradabilisimo esparcimiento, la concu-
rrencia, que fue numerosa y honorable, se retire
renovando sus votos porque, como nosotros tam-
bien lo deseamos vivamente, la ventura sea imse-
parable compafiera de la bella Conchita y de su
digno consorte Enrique.
Como recuerdo de aquella brillante fiesta so-
cial damos en nuestra present edici6n dos vistas
tomadas inmediatamente despues de los actos civil
y religioso.
"-"l -f'f llr ,.
2 10L SID AS

V,? soy comr. un suefio que iene de Orie- te.
sobre un dromedario cartado de aroma= y perla, de Ormuz.
El 1 i d1e la Arabia tostii mi ampl a frente
c caminociego de Lgh.ria y de luz.
;Ob, irgen morena' ;Bajoel Iragi lino
de nomada tienda, Le vi entree m;s brazos morir de paii6n'
El cascabelen de una cararana crutaba el camino,
temL.laban los antros, y lejuo se tia rugir a! leun.
Mi canto recuerda la canci6n do'iente
que los beduinors obre sus camellos entunando van,
entire las arenas buscando una luente-
todo es sensualismo. sangre, amor y celo.,, y iatalldad
Ml sambra, a la Luna, vieron los cbacales,
la lanza en la man y al into flutante 6u blanco alquihel,
rolar al combate por lo arenales,
rendl.li al galope y rueltas la crines el negro corcel.
Mientras a la Luna se abre el nario y canta rrercurai la luente
Sultana, o veno. sordo de armonias y ciegode luz,
a rimar contign miu sueflo. de Oriente
en ls surtidores yen lo arrayanes de un patio andaluz.
Yo traigo en las jibaa de mi. dromerarios
fabulas de joSas: todos los resoros del Cielu y del mar.
Mis versus de cro son comr) Innsnsarlos
que lueman su mirra. au incienu y Au Ambar al pie del altar
Yo soy ie esa tribu que nobles guerreros
cuyos yataganea en la lid reflda siembran el paror:
mas si Aniunnrs ojos se ven prisioneros.
pilidos y tristes, se mueren de amor.
Francisco Villaespesa


C IISIFAZOS



No fut educado por cl'rigos. He aqui por
que-aparte mi temperament y mi contestura
mental, y cuenta que mis antepasados eran andalu-
ces-no soy ni supersticioso ni casuista. La lec-
tura de la Biblia y de los misticos no dej6
sedimento religioso alguno en mi alma. Es mis:
no me produjo nunca un "temblor" fuerte, no me
hizo sofiar en lo ultramundano. En cambio, una
noche de luna en la cumbre de los Andes, en medio
del mar 6 en un cementerio,-me hizo comprender la
bondad y desoladora filosofia que entraia el co-
nocido moodlogo de Hamlet.
La naturaleza, en su desamparo augusto, dice
mis a mi coraz6n que todos los libros religiosos, que
todoslos sermons, que todo el martirologio cris-
tiano.
En los moments mis critics de mi vida, en
medio de mis mis grades tribulaciones, jams se
me ocurri6 evocar nombre alguno que simbolizase
lo maravilloso, lo extra-natural. Recuerdo que
en uno de mis largos viajes estuve A pique de
naufragar. Mientras casi todos los pasajeros reza-
ban Ilorando a moco tendido, yo, con el revolver en
el bolsillo de la americana, pensaba resignadamen-
te: "Como el capitin no pierda la cabeza y la mA-
quina siga funcionando no hay que desesperar."
Y el viento aullaba en los mistiles, y las montaias
de olas negras rompfan fragorosamente contra el
casco del buque, que tan pronto se hundia como se
alzaba en vilo sobre las crestas del oleaje. Asi
pasamos la noche. El espectaculo era de suyo so-
lemne y trAigico. Daban ganas de confundirse con
el mar, de sentirse envuelto en aquella vorigine,
arrullado por la sinfonia del viento y del agua,
lejos de las miserias del mundo.
No sentirse morir A pedazos en una cama,
entire p6cimas, los ojos mercenaries de un medi-
co, rodeado de curiosos que si Iloran es porque
presienten lo que ha de sucederles a ellos mafia-
na ..... ......
;Oh, dichosa muerte!
Que me vengan ahora con pesadillas infernales,
con celicas visions, con castigos eternos... con
todos esos fantasmas por los cuales se ban matado
durantes siglos los hombres, y que aun en el siglo
XX, original motines y pedradas en las calls.
El que tiene ciencia y arte-decia Goethe-tiene
religion. A los que carecen de las dos primeras,
les deseo, porque la necesitan, la iltima.
Si yo fuera creyente, no me enojaria con los
incredulos. Al contrario, mieritras menos bulto
mis claridad. La idea de encontrar en otro mundo
i los mismos imbeciles de la tierra, me daria
horror. Oh, ver de nuevo A Weyler 6 oir a Grilo
Srecitar las Ermitas.


Emilio Bobadilla.










La Locomotora 11


TUS CARTAS



No me las pidas ino! porque bicn sabes
que siempre conservarlas fue mi afan:
no esperes nunca que A tus manos vuelvan,
pues conmigo al sepulcro bajaran!

E1n ningtin tiempo arrebatarme intentes
tus cartas, que temblando recibi..-----..--..
INo puedo devolvertelas, no puedo!
iTi me conoces bien como yo a ti!

;Ob! iSi algin dia los estrafios dejo
tus cartas amantfsimas leer,
pensaran que algin angel las ha escrito,
no pensaran que ha sido una mujer!

En mis instantes de dolor las cuento
como cuenta el avaro su caudal:
son ellas cual violetas, perfumando
las paginas ocultas de una misall

;Con una cinta azul las tengo atadas!
Con ellas bard frente al porvenir,
como hace frente el capitin expert
a la tormenta pr6xima a rugir.

Poseyendo tus cartas, imagine
que duefio soy de un amuleto field ____. _
iCuando las 11evo encima, me parece
que aun me queman tus 6sculos la piel! -----

Otros tienen tesoros fabulosos
y yo tengo tus cartas nada mias:
iti eres buena, eres just. --- y eres mia!
Y nunca arrebatarmelas podras.

Hace ya tanto tiempo, tanto tiempo
que las llevo conmigo por doquier,
que son como pedazos de mi vida,
como atomos visible de mi ser!

Y luego ti no sabes.... tti no sabes
que en medio de mi amargo frenesi,
yo se que tli al pensar en esas cartas
forzamente has de pensar en mi.

No me las pidas Ino! porque no ignoras
que siempre conservarlas fue mi afan;
no esperes nunca que a tus manos vuelvan,
pues conmigo al sepulcro bajaran!


Byron.


EL JUGUETE DEL POBRE

Quiero dar idea de una diversion inocente.
jHay tan pocos recreos que no sean culpables!
Cuando salgan ustedes por la maiana con la
intenci6n dicidida de curiosear por las vias princi-
pales, llnense ustedes los bolsillos de pequefos
inventosde sueldo tales como el polichinela mo-
vido por un solo bilo, los herreros que golpean el
yunque, el jinete y su caballo, cuya cola es un
silbato, y a lo largo de las tabernas, al pie de los
arboles, desenlos ustedes a los niFos desconocidos
y pobres que encuentren. Veran sus ojos abrirse
de una manera desmesurada. Al principio no se
atreveran a tcmarlos; dudaran de su dicha. Luego
sus manos agarraran vivamente el regalo y huirin
como lo hacen los gatos para irse a comer lejos
de uno el pedazo que les ha dado, por haber apren-
dido a desconfiar de los hombres.
En un lujoso jardin vf en cierta ocasidn un
muchacho encarnado y fresco, vestido con uno de
estos trajes de campo tan Ilenos de coqueteria. El
lujo, la despreocupaci6n y el espectaculo habitual
de la riqueza, hacen estos niios tan lindos, que
se les creerfa formados de otra pasta distinta de
las criaturas de la clase media 6 de los pobres.
Junto el se veia sobre la yerba un juguete
esplindido, tan fresco como su amo, barnizado,
dorado, vestido con un traje color pLirpura y
cubierto de plumas y cosas relutientes. Pero el
nifo no se ocupaba de su juguete predilecto: he
aqui lo que miraba.
Al otro lado de la verja, en el camino, entire
las ortigas y los cardos, habfa otro nifio, sucio
este, enfermizo, fuliginoso, uno de esos marmotos-
parias en que un ojo imparcial descubrirfa la belle-
za, si, como el ojo del conocedor de nna pintura
ideal bajo un barniz de carrocero le despojase de la
repugnante pagina de la miseria.
Al traves de aquellos barrotes simb6licos que
separaban dos mundos, la carretera y el castillo, el
nifio pobre mostraba al niflo rico su propio jugue-
te, que el otro examinaba avidamente como ua
objeto raroy desconocido: y este juguete, que el
porcall6n irritaba, agitaba y sacudia en una especie
de grillera jera un rat6n vivo! Los padres por
economfa sin duda, habian sacado el juguete de la
vida misma.
Y los dos nifos, uno i otro se miraban sonrien-
dofraternalmente, con dientes de una blancura
igual.
Carlos Baudelaire.










La Locomotora 12


LA RIQUEZA



CUENTO




El amo que te pauses por la direcci6n, que ...
tiene que hablarte.
El ordenanza acentu6 ir6nicamente sus diltimas
palabras mientras miraba con malicia i la obrera,
que recibi6 enrojeciendo de vergtienza el fuego de
aquellos ojos insolentes. A punto estuvo de deso-
bedecer el mandate y no separarse de su telar.
Presentfa el temido, el esperado golpe, la confesi6n
del amo enardecido que, cuando visitaba su cuadra,
la buscaba siempre con sus pupilas libidino-.as
entire la turbamulta de las mujeres. La pasi6n del
oro, del omnipotente, babia Ilegado A no ser un
misterio para nadie, bien que el fabricante no pu-
diera 6 no quisiera ocultarse, y todas las compafie-
ras envidiabanla su suerte, su care nibil, sus
cabellos blondos, su fuerza juvenile, aconsejindola,
con el consejo desesperado de una vida ineludible
de miseria en perspective, que cediese, que no
desperdiciara la ocasi6n propicia de hacer su fortu-
na. Alguna vez sentfase vacilar la muchacha, como
tendia a desmoronarse su prop6sito resuelto de no
limpiar las opulentas babas; pero en seguida
imponiasele su honradez native, su espiritu iride-
pendiente, su energia salvaje, y desechaba la
tentaci6n. Fuen pues, valiente, y una vez recibido
el recado pisole en conocimientode su capataz y se
encamind atravesando naves, patios y pasillos al
despacho del duefio.

t *

Como se sospechaba y tetmia, estaba solo, solo
cun sus setenta afos seniles que, a pesar de su
naturaleza ruda de antiguo obrero, tiraban de aquel
hombre hacia la tierra. En cuanto la obrerita,
fresca y linda y sobre todo fuerte, estuvo en sui
presencia, el viejo rostro del fabricante se llen6 de
sangre y sus ojos relampaguearon. Contivose, no
obstante, por el moment, y con amable acento
explic6 a la muchacha el motivode la llamada.
Un invento, un telar nuevo que necesitaba una
inteligencia superior para manejarlo. Se habia
acordado de ella, la primera. Nada de favor. La
casaentera sabia lo que valia. Y mientras mos-
traba i la chica el piano, haciendola acercarse, la
envolvia en una mirada ardiente, en un aliento que
jadeaba abrasado por la concupiscencia.
De pronto, una ola le subi6 a la garganta, no
pudo mas y queriendo coger A la muchacha por la
cintura la solt6 a borbotones cuanto en su pecho
bervia. D.esapareci6 el amo, el dueflo omnipotente


de todo. el hombre agotado, el viejo que, nopudie-n-
de ofrecer su juventud triunfante, brinda su oro,
el peso de su fortuua entera, con tal de beber en
aquella fuente soberana de hermosura y salud.
Balbuciente, los ojos inmensamente abiertos,
elrostro amoratado vole6 cuanto le atormentaba,
arrancose de un tir6n la mAscara.
-Rica, seras rica, inmensamente rica-le dijo
para concluir, avanzando hacia ella entire su plica u-
te y amenazador.
Y la muchacha, energica y fuerte, con su cora-
z6n lleno de native honradez, no tuvo que esforzar-
se en rechazarlo luchando, defendiendose con los
brazos.
En su instinto de mujer hall la frase, la
pufialada, y exclam6 a la vez que salfa del despa-
cho:
-Guardese used sus riquezas, que para nada
me hacen falta. ISi yo soy much mas rica que
usted! ITengo veinte afios!

Alfonso Perez Nieva.


-----------^- a- ^- .^ ^------------


Importantfsima pubiicacidn




El nfimero del mes de agosto pr6ximo de la
hermosa revista "La Hacienda", labien conocida
revista acerca de Agricultura y Crfa de Ganado,
contendra articulos muy practices ycuidadosamen-
te preparados sobre la industrial de Azticar, ilustra-
dos con fotografias de much valor. Dichos arti-
culos son escritos por Alejandro Girones, el exper-
to cubano bien conocido; Gustavo Helmrich, exper-
to alemafn que ba obtenido much 4xito y H. P.
Agee, expert competent de Azlicar para los Es-
tados Unidos. La cubierta del frente de este ni-
mero es una escena sorprendente en el Perd que
muestra el metodo practice de plantar azdcar de
cana. Estos artfcuios son ademis de los escritos
en otros asuntos por experts como el Profesor
Pehr Olson Seffer, W. H. Sherffius, etc. Los edito-
res de "La Hacienda" aconsejan A todos los que de
algndu modo est n interesados en la industria del
azuicar, se suscriban a este revista antes de que se
agote.el ndmero corriente. El precio de suscrip-
ci6n es solamente de $3 oro americano por un afio.
La direcci6n de los Editores es LA HACIENDA COM-
PANY, Buffalo, N. Y., E. U. A.
















Ca oCocomotora

Revista de Politica, hiteratura, Ciencias y Bellas Aftes.

Director, Redactor y A1dministriadoru: ricente Chicchillua.-2 Aveniiida Siiur, Nimero 3.

ToMNo VII. GUATEMALA, 5 DE AGOSTO DE 1909. NU~MERO 94.


-+ Centenario


be uni hlroe iacionatl


DECRETO NUMERO 668.

MANUEL ESTRADA CABRERA,
Presifileite Coinsltilio, n dr la R'epdblica
Sde Guiof Ilna,
CONSIDERANDO:
Que el 29 de septiembre pr6ximo es el centenario
del nacimiento de Miguel Garcia Granados, quien
consagr6 los ultimos afos de su existencia al ser-
vicio y regeneracion de Guatemala; y
Que es un deber de los pueblos cultos glorificar
la memorial de sus grandes hombres con hechos
que demuestren sus sentimientos de admiraci6n y
gratitud;
POR TANTO,
DECRETO:
Articulo V--En el hist6rico pueblo de Patzicia,
lugar donde fud escrita el acta que lleva ese mismo
nombre, el 3 de junio de 1S71, sera construido:'un
monument en que resalte la efigie de aquel heroe
y que contenga bajos relieves con los bustos y
nombres de los principles Jefes libertadores.
Artiiulo 2"-La primer piedra de este imonu-
mento sera Lolocada el veintinueve de septiembre
aludido, con los festejos que conform al program
respective sean acordados.
Articulo ''-Conv6ca'se a un concur-o musical
para componer una gran marcba dedicada a Miguel
Garcfa Granados, )y sefilase el premio $1.)00..1)11
par la mejor; el de $701 00 para la que le siga en
mirito y $ 300.01 para la tercera.
Articulo '-Conv6case, tambien, a un concurso
literario para componer una oda dedicada al mismo
heroe, con iguales premios.
Articulo 5'-El Ministerio de Fomento queda
eucargado de la ejecuci6n del present decreto.
Dado en el Palacio del Poder Ejecutivo: en Gua-
temala, a treinta de junio de mil novecientos nueve.
MANUEL ESTRADA C.
El Secriranr de Eitado y del
Despacho de Fomento,
JOAQUIN M9NDEZ.


&' oryaiiri:ia los Jurados para los concursos musical y
literario.
Guatemala, 8 de julio de 1909.

La Secretaria de Estado y del Despacho de Fomento,
En observancia del Decreto Gubernativo
numero .698, fecha 30 de junior pr6ximo pasado,
que establece la manera solemne de celebrar el
centenario del General Miguel Garcia Granados;
ACUERDA:
Organizar los' Jurados para los concursos
musical y literario de la siguiente manera:
S Miembros del Jurado que dictaminara en el
concurso m usical,a los sefiores don Rafael Alvarez,
don Pedro Morales Pino y don Herculano Alvara-
do, y A los sefiores Doctor don Ram6n A. Salazar,
don J. J. Palma y don Felipe Estrada Paniagua,
miembros del Jurado que califique las composi-
ciones literarias que se presented al concurso res-
pectivo.
Comuniquese.
SMPNDEZ.
El Subsecretario,
Jos Wer.

PALACIO NATIONAL
Guatemala, 25 de julio de 1909.
Sefior Don Felipe Estrada Paniagua, Subse-
cretario del Ministerio de Relaciones Exteriores.
Ciudad.
El Sefior Presidente Constitucional de la
Reptiblica, en su constant anhelo por el lustre de
nuestra Patria, y animado siempre de un alto
espiritu de justicia paralos buenos servidores de
ella, se ba servido disponer quese celebredela
manera mtnas digna el centenario del natalicio de,
ilustre General Don Miguel Garcia Granados,
cuyos merits son tan indiscutibles que huelga el
enumerarlos.











































P ~'


. 7.

1',~ ei


I I


~PL~
:
k
~ *"-Hru,
-z;ki~~:


: G B B
r
c;i~r~m ~










La Locomotora 3


Entre las manifestaciones con que se celebrara
tan memorable fecba el 29 de septiembre pr6ximo,
esta la publicaci6n de un album relativo el egregio
conciudadano, y en el cual cada uno podri consig-
nar los sentimientos e ideas que le sugieran la
gratitud y el respeto que su memorial debemos.
Eu tal virtud v a nombre del Sefior Presiden-
te Constitucional de la Reptblica, tengo el honor de
invitar A Ud. para contribuir a obra tan laudable,
suplicandole mandar su valioso contingent a esta
Secretaria de mi cargo, antes del 15 del pr6ximo
mes de agosto.
Anticipando i Ud. los mis cumplidos agrade-
cimientos, me es grato suscribirme su muy atento
servidor.
Joaquin M6ndez.


Guatemala: 25 de julio de 1909.
Senor Director del peri6dico "La Locomoto-
ra".
Ciudad.

El Seioor Presidente Constitucional de la
Repiblica, en su constant anbelo por el lustre de
nuestra Patria, y animado siempre por el alto espi
ritu de justicia para los buenos servidores de ella,
se ba servido disponer que se celebre de la manera
mis digna el centenario del natalicio del ilustre
General Don Miguel Garcia Granados, cuyos me-
ritos son tan indiscutibles que huelga el enumerar-.
los. :
Estre las manifestaciones con que se celebrara tand
memorable fecha el 29 de septiembre pr6ximo, se
ha creido conveniente la publicaci6n de un nimero
extraordinario de cada 6rgano de nuestra prensa y
relative al egregio ciudadano, y en l cualsepodran
consignar los sentimieutos e ideas que sugieran la
la gratitud y el respeto que a su nemoria debemos,
por lo que seria del caso que dicho ndmero extra-
ordinario de su publicaciion aparezca ilustrado, el
dia 20 del mes de septiembre pr6ximo, con el
retrato del caudillo revolucionario de 1871.-
En tal virtud y i nombre del Sefor Presiden-
te Constitucional de la Reptiblica, tengo el honor de
invitar i Ud. para contribuir, de ese modo, a obra
tan laudable, suplicandole mandar oportunamente
25 ejemplares del n6mero extraordinario de su
periidico i esta Secretaria.
Anticipando a Ud. los mias cumplidosagradeci-
mientos, me es grato suscribirme, su muy atento
serridor.- .
Joaq uin Mendez.


EL IMPERIO DEL SOL


(Traliucc.i6n del francs, para "La Locomotora")


Hagamos ruido!
Este es para el Norte la caracteristica del
Mediodia, en donde mis que ruido hacen labor los
jplilr'... Paralelamente lla literature francesa, el
renacimiento provenzal de la lengua de Ocha crea-
do en medio siglo un movimieuto magnifico. impre-
\isto y fecundo. El 31 de diciembre de 1870,
escribfa Alfonso Daudet a Mistral lo siguiente:
'h"i Capouli: Te envi6 en globo un mundo
de besos, y me causa gozo powder enviartelos
en lengua prov)enzal, porque asi estoy seguro de'
que si el globo llega a caer en manos de los barba-
ros, no pod ran leer mi escrito ni publicar mi carta
en el i1Tir'.,r;o de Sua4ia ---..
S Toun filibre.
Anfons Daudet."
Hoy ya no es lo mismo, toda la obra de Mistral
esta traducidaal aleman, en versos alemanes, hasta
dos veces en lugar de una, lo mismo que al singles
al polaco, al italiano, al sueco, al espaiol, al rumano
al tcheque, al hingarc, al ruso, etc. Hay cat'-dras
de la misma lengua en Finlandia y en America; los
escolares prusianos poseen una colecci6n de trozos
escogidos de Mistral, y la recompensa mundial del
Premio Nobel acaba de ser concedida al autor de
Miri,t, de Calendal, de las Islas de Oro, y, en su
persona, a la felibreria.
Lo cualno quiere decir que los extranjeros
puedan saber mejor que los franceses lo que es un
felibre: el mismo inventor vacila en dar un sentido
precise al vocablo misterioso.:..- .
El 21 de mayo de 1854, dia de Santa Estella, se
reunieron en Fontsegufia, siete j6venes poetas
provenzales: Roumanille,. Paul Giera, Aubanel,
Juan Brunet, Anselmo Mathieu, Federico Mistral
y Alfonso Tavan. Habia que bautizar el grupo
que soiaba con rehabilitar la lengua despreciada
y Mistral dijo: "Amigos mfos: existe.un viejo reci-
tado que contiene la palabra prede~tinada; en el se
dice que la Virgen "encontr6a Jesis en el Templo
entire los site .telibr',:.' il la ley!" Los siete convida-
dos votaron por fe fl;ir- y la fid;boribi.
Lost filibr "de la ley? Que ley? Mantener y
restaurar la lengua materna, el habla de los abue-
los, abandonada por el frances invasor, ya que el
merito de numerosos escritores de patois, disper-
sados, no bastaba e contener la fatal decadencia.
La ley, debia ser el Tesoro de la felibreria, el diccio-
nario que e ecost6 Mistral veinte aflos de labor
sabia y tenaz, los millares de palabras de nuevo
encontradas, reanimadas, Ai las que el genio del
poeta iba a devolver su vuelo sublime.
Los Siett de Fontseguiial cuyo enthusiast pro-
grama no era mas que cantar y cantar:










La Locomotora 4


"Todos nosotros somos amigos alegres y lbres
que amamos i Provenza; somos nosotros los f,1i;-
br'.s, los alegres felibres pi-ovenzales."
"La alegria es el sello y el efecto del genio",
escribia Michelet.
Los Siet d( Fonlsegjihai encontraron buena suer-
te en el nfimero s;ere No-hubo en Aviii6n siete
iglesias, siete puertas, siete colegios, site hospita-
les, siete regidores, siete papas, durante, setenta
afios? Elnombre de Mistral tiene siete letras.
;CuAntasescuelas poeticasse fundan y mueren
bajo su program fogoso de los veinte ailos! Pero
nuestros .tlibr,,s, con obras maestras fieles, hasta
la muerte i la ley de su juventud, iban a conquistar
el mundo. La aparici6n de Mireia caus6 el entu-
siasmo mais sincere. Villemain se alegraba deque
fuese Francia bastante rica para poseer dos litera-
turas. Lamartine decfa "Es Homero", al contes-
tar '. Adolfo Dumas que revelaba al poeta de Mai-:
llane; a Adolfo Dumas a quien en una tragedia sele
habia escapado el distico famoso;
S"Salimos de la vida
SCual de ella sale un viejo. ..
De alli en ade-


lante debfa seguir
Federico Mistral
el camino de la
gloria hasta lleg-ar
al triunfol Que
esplendorosa epo-
ca y de cuan lejos
venial
En lo de ade-
lante el provenzal
era una lengua


Cuatro retratos de Mis


consagrada por el genio! iC6mo no recorder la.
pagina de: sus Meu 1,oras en que refiere Mistral su
primer viaje las Santas Marias del Mar, con
Mathieu y catorce peregrioos en la inisma carreta?
Alli habia una linda muchacha que lloraba y canta-
ba, enloquecida porque su amante la habia abando-
nado. La tempestad sorprendio .ala caravan y
hubo que bajar por el camino inundado en el espa-
cio de: una. legua, Mistral, llevando sobre sus
espaldas, la hermosa inocente, le evit6 bacer el
trayecto entire el charcoy-el lodo. .LAcaso no. fue
asi como extrajo del atolladero la.miserable lengua
native para conduciria al claro sol?....
Mistral babia tenido por professor, en un cole-
gio de Avifi6n, a Jos Roumanille, el creador de
la felibrer(a, la cual no nacio espontineamente. En
los dfas de la reuni6u de Fontseguia, Jasmin de
Agen se instruia en la lengua de Oc,, y numerosos
poetasdedesigual talent publicaban dos peri6dicos.
el Tamborilero y.el Bouil-Albri.so. : Roumanille supo
afiliarse a la nueva escuela cuando era ya maestro
de la prosa y del verso. Iniciador ppr su produc-
ci6n, fue tambien un poderoso adiestrador por su
acci6n personal. Las obras mas considerable del


Renacimiento provenzal se imprimian en su libre-
rfa, y.de este modo contribufa doblemente la
energica expansion de la Causa. Quidn podfa bacer
amarla mejor que el cantor de las mitirrridoit
que escribia esas lfarraifiis en provenzal para su
madre que no sabia frances!
Qud muerte tan ejemplar y tan conmovedora
la suya, despues de una vida l1ena de trabajo y fe-
licidad: "Diras A Mistral, a mi mejor amigo,, decia
a su desolada compafiera, que he pensado en e1
durante toda mi agonia!" Y como habia en su
brazo involuntarios movimientos, "que buscas"?,
deciale su mujer.-"Busco manos amigas que es-
trechar!"
LAS ETAPAS DE LA FELIBRERiA.
Entre Mistral y Roumanille se coloca Teodoro
Aubanel el autor de la Granada entreabierta y de las
Hijas de Aviion, el cual fue juzgado asi por Alfonso
Daudet: "Menos epico y menos alto que Mistral,
ese gran Federico Mistral, que el navio de Virgi-
lio visible siempreen el horizonte azul de los mares
latinos, parece haber desembarcado en la playa pro-
venzal, menos ingenuo y menos hecho al modo del
pueblo que Rou-
manille, posee
a n Aubanel la pasi6n
S. que a ambos les
falta..."A veces es
amanerado, pero
otras tiene un a-
Srranque sincere
S por el sol y por el
amor de las muje-
res. iQue encan-
stral en distintas 4pocas. tadora ternura
hay en la pieza de
estribillo cilebre:
S"Espejo, espejo, dejame verla, tt que tan ame-
nudo la viste."
SQue aspereza de deseo, qud fuga de sensuali-
dad irritada, se advierte en la Venus de Avifi6n.
"Vagabunda, su negra cabellera se ensortija
en rizos, en bucles; atada por un terciopelo carme-
si, azotada por el viento, que mancha de rojo su
rostro moreno y su cuello desnudo...."
"No passes mias porque me das la muerte, 6
dejame que te devore i besos" Pero es necesario
que nos limitemos a un seco resume de la prodi-
giosa expansion felibreana, en la cual abundan las
obras maestras, entire mis de cinco rnil obras y
tantos almanaques y peri6dicos, entire los cuales
esti el Armand Provenzal que se public en Aviff6n
desde 1885 en tiros de 10,000 ejemplares.
Desde la reuni6n de Fontsegufia las obras se
han sucedido, la idea felibreana se ha acentuado y
ya en los Juegos Florales de Apt en 1862 sus esta-
tutos definen elobjeto de la ]4lbrcr;a "de conservar
much tiempo a Provenza Su lengua, su carfcter,
la libertad de su march, su honor national y su
elevaci6n'de inteligencia, plues Provenza nos gusta
tal cual, es.",


I' .

..
,4 .



















21



- -. a-_
LEA (M DE .."- ?
















gull
:r : -2-~ :0










La Locomotora 6


La felibreria comprende siete secciones de sie-
te miembros, fuera de su Cap'lnit'.
El catalAn Balaguer, proscrito en 1857, es reci-
bido calurosamente en Avii6n, y vuelto A Espaia
en 1868, invita A su vez A los provenzales: empieza
A bablarse de federaci6n latina, la Jtlihberia tras-
pasa las fronteras. Los catalanes, entire tanto,
ofrecieron i los flib,'.s ]a Copa Santa para la cual
compuso Mistral un himno de site estrofas canta-
do con elaire de una vieja Navidad de Saboly. La
Copa, conservada por el Capouli6, circula en los ban-
quetes anuales de la Santa Estela!
Y va la Catus de conquista en conquista, entire
la viva simpatia de los maestros de las lengu.,s ro
mances, como Pablo Meyer y Gaston Paris. La
conmemoraci6n del centenario de Petrarca en Avi
fi6., por iniciativa de Nh. de Berluc Perussis. en
1P74, y el grin concurso filol6gico de Montpellier
en 1875, soo bechos memorable. Uno por uno se
unen al provenzal los demis dialectos meridionales,
I inguedociano, gascdn, delfines, limosino, bearuns.
etc. Ha sonado para la fclibreria la hora de votdr
una Constituci6n elaborada por Mistral, el Bardn
Ch. de Tourtoulan y el Marquis de Villeneuve-
Eslapon. "La felibreria se ha establecido para
agrupar y alentar a todos los que conservan en
sus obras la lengua de Oc, lo mismo que A los sa-
bios y artist' que estudian y trabajan en interest
de este pais."
La orgauizaci6n es la siguiente:
Felibe'. s naiqjoal s y .Ililbr's ,,iirnfftEiortS, asocia-
dos para las ,nurl,r t rir's de cada gran dialecto de
la lengua de Oc, se diivid-en en Esritlrs.
Los cincuenta felibres mnayorales, escogidos
entire los maestros del 1'1!l .-,'blr, forman el Consis-
torio felibreano cuva .oticin.i se compone de un
'`1",0oal:', president y adlmirnitrador, de asesores,
.,indo U, y un r i,,er'lI -ecr-ctario y tesorero, electos
por tres afios.
La insignia del Ci',lrl1i( es la rif,'dla de oro
dh sifi, ralos. Dos lf-,llres mantenedores, en nume-
ro ilimitado, Ilevau una vinca-pervinca de plata.
La miinIrlteiincia crea EsaC.latas, reunions de feli
bres regionals, pre-ididas por Cobis..'ol.s.
Cada siete aios hay asamblea plena y grades
juegos florales. Todos los aios, asamblea general
en Santa Estela. El laureado en los Juegos Flora-
les escoge una reina la cual le corona con el olivo
de plata.
En abril de 1S77 tfut concedida la autorizaci6n
admfinistrativa t la A. .sotiiarci tlt' la ft libr',,iai "'cyo,
h',rbjos litn.,i por ri obiIlo la cia lle ra i/ toiii.sirrt' i de la
hlinai prit'(n:ul." As, desde la ordenanza de Vi-
llers-Cotterets (1539) en que Francisco 1" prohibit
emplear otra lengua distinta al frances en la redac-
ci6n de actors ptiblicos, era este el primer docu-
mento en que el gobierno frances retiraba su
desconsideraci6n A la lengua de Oc y le reconocia
el derecho de constituirse de nuevo.
En Paris no podian dejar de organizarse los
Meridionales. En 1S75 se fundaba la Cifarra por
Mauricio Faure, Baudoin y Javier de Ricard, luego,


la .!vwi.dial dt i il,,'ts de Paris, presidida boy por
Pablo Marieton, teniente de Mistral en Paris,-can-
ciller de la felibrerfa, fundador en 1885 de la Hri'-
ta F lil.,trt. Core6grafo delas representaciones de
Orange, autor de la Tinrr Proil'n:al y de volumes
notables de poesias, en frances. Los felibres de
Paris, se reunian en el Cafe Voltaire y acogian to-
dos los patois de los catorce millones de franceses de
lengua de Oc! M. Lantilbac, senador del Cantal,
viaj6 a travys del mundo y la poesia de los felibres
y llev6 las mas encantadoras impresiones de admi-
racid6 y de critical. M. Lintilhac no es gran
orador s6lo en frances, tambien lo es sabrosamente
en el habla de Aurillac, para siempre ilustre por las
Flores de Brezo de Vermencuze que con el pobre
sayal de Auvernia se hizo un rico manto de poesia.
Mh. Lintilhac se crefa apenas con titulos suficientes
para pa.ar de una conferencia del Ode6n i las me-
sas del Cafe Voltaire,. cuando se percat6 de que
FloriAn, a quien los felibres van todos los afios a
celebrar en Sceaux, es venerado sencillamente por
haber hecho cantar a uno de sus personajes la ro-
manza provenzal:
Ai, s'ave d'un voste village
Un jouine e tender pastourel_ ..
0 sea:
Ah! si existe en vuestra aldea
un tierno y joven pastor. .- -
Y no disminufa la admiraci6n entire los profa-
nos cuando se encontraban presididas las Cortes
de Amor y las farindulas, fiestas de Sceaux, por
Renan, del Departamento de las Costas del Norte..
Mas no por eso eran menos autenticos los
felibres de Paris, y la misma gloria de sus obras
francesas no habia cambiado el sentimiento de un
Paul Arene y'de un Alfonso Daudet, unidos siem-
pre por el coraz6n y por el espiritu con el amigo y
el maestro de Maillane ....
De este modo el Mediodia metia ruid. por
tant; fiesta tras fiesta, juegos infatigables, fiestas
dellinesas y vanclusianas en 1888, fiestas gasconas
y franco-espaiolas en 1890, fiestas rodanianas y
mediterraneas en 1891 fiestas de Orange en 1894.
Pero al alargarse y extenderse hasta los limits
extremos del pais meridional, la felibreria no podia
restringirse a. la unidad inicial de Fontsegufa.
Hibo nuevos y ardientes partidos, la izquierda de
la Felibreria Roja como la califica M. G. Jourdanne
A quien se debe una excelente Historia de laFelibre-
ria que nos present Felix Gras, el autor del
C'lrbouid, como la encarnaci6n de la segunda
generaci6n felibreana. Felix Gras, al suceder
como CapuoliW i Roumanille, pesar de sus ideas
republicans, debia reunir todos los sufragios por
la fuerza de su caracter y el valor de su obra.
Lo mismo que Mistral, rechaz6 en tres versos
famosos las teorias separatists. Desde 1861 habia
exclamado Mistral:
Sian de la grand Frangd, e ni court ni coustr6:
(Nosotros (los provenzales) somos de la Gran
Francia, ni de aqui ni de alli.)







La Locomotora 7

c c2 ,:: :










La Locomotora 8


Ast querfan acordarse much de los S&rra'if.si.s,
de las Islas Orc, de la Cond~...a, de una elevada so-
berbia contra la centralizaci6n.
"Yo se de cierta condesa
de pura sandre imperial,
que en nobleza ni en belleza
theme a nadie aquf ni alli,
y, no obstante, la tristeza
vela en brumas su mirar..
Ah.' si quisiesen oirme
.li.' si quisiesen si1l1ii ir .....

F6lix Gras le cantaba:
Quiero mais i mi aldea que a la tuya,
MaKs que ai tu pro\incia quiero a mi Provenza,
Y m6rs que todo amo S la Francia ..
Por lo demAs, no podfa quedar limitado a la
p...e-a un parecido movimiento literario que en
medio sign habia acumulado las obras maestras,
publicado centenares de peri6dicos, revistaw, al-
manaques y mas de cinco mil volLimenes, recor-
dando i un pueblo enter la belleza de su historic
y resLucitado su genio traditional. MAs que nadie
la juventud meridional debia sentir el yugo de una
centralizaci6n, hostile i esta rcnovaci6u de lalengua,
que no significa un nuevo principio del pasado,
sino un \vigoroso despertar de la raza. .Y parece
que en sus reivindicaciones de descentralizaci6n,
de regionalismo, hasta de fed-ralismo, el partido
de la joven felibrc-ia hubiese tenidn empefio en
descartar esta hip6tesis loca v sempiterna de se-
paratismo. Federico Amouretti, Carlos Maurras y
AuIcusto Marin en so Lla,,ada, de IS92, insert en
el Aioli, se exprt -aban asi:
"Bastante hiacem- c cncallarnos acerca de
nuestras intenciones fcderalistas cuando de ello se
aprovechan los centralizadores parisienses para
lanzarnos su criminal acusaci6n de separatismo.
Nifierfa e ignorancia! Nosotros alzamos los
hombros, y pasamos de largo.
Somos aut6nornos, reclamamos la libertad de
nuestros municipios, somos federalistas. Si se
objeta que un pueblo no vuelve jamals sobre el
camino que ha recorrido, responderemos que el
caso es que no trabajamos nosotros en copiar las
instituciones de antes sino en completarlas y
perteccionarlas."
Se supone que todo esto no va sin algunas
discordias intestinal en la' felibreria. Pero, de
uno A otro estremo del Imperio del Sol, con una-
nime coraz6n va a celebrarse el Cinre.,ti'nario. de
Mireia, alrededor de Mistral cuya actividad con-
tribuye a los pr6ximos regocijos con la mas fas-
tuosa generosidad. Con "su dinero de poeta" y
con el imported del premio Nobel, ha comprado y
restauradoen la Ciudad de Arl6s el viejo Hotel
Laval para bacer de 61 el _Palacio de la felibreria 4
instalar el Mllseo Arliatmn al cual Mistral ha
consagrado sus iltimos anos.


Se inaugturari al mismo tiempo una estatua de
Mistral, por Teodoro Riviere. Durante una sema-
na en que las multitudes van a invadir la antigua
ciudad, Arl6s podra career que ha recobrado su
grandeza imperial de antafio; y Mistral, soberbio y
en familiar, dominando con su valiente estatura los
cumplimientos y los homenajes, hara su entrada en
la residencia imperial consagrada al triunfo de la
Poesia felibreana.
Juan Ajalbert.



Grandes fiestas en honor de Mistral



En Arlds (Bouches-du-Rh6ne) se celebraron el
28 de mayo esplendidas fiestas en honor del gran
poeta provenzal, Federico Mistral, con un entusias-
mo verdaderamente indescriptible, y con el m6s
hermoso "pegoulado" (procesi6n de antorchas) que
haya jams admirado Arlds, y en la cual todos los
hombres y mujeres lucian los pintorescos trajes
locales de antafio.
Al dia siguiente se inagur6 con gran pompa el
nuevo museo etnografico provenzal, en el antiguo
palacio de Castellane, que Mis-tral compr6 con el
imported delpremio Nobel por 61 ganado y donde
qued6 trasladado el MuseoArlaten, que fundara en
1898, donde hoy los muebles antiguos, las antiguas
joyas y todas las reliquias del pasado provenzal
estin reproducidos 6 conservados.
La fiesta fue de las mis interesantes y anima-
das, asistiendo i ella varias miembros-- de familiar
reales europeas. Mm. Calve, de la Opera, habia
ido c.r-pr.f'so para cantar melodias provenzales, y
Mounet Sully para recitar diferentes poemaside
Mistral.
El.."Capoulie del felibrige" que desdela funda-
ci6n de la sociedad, .continta siendo Mistral, su
fundador,.pronunci6 un vibrant discurso en pro-
venzal, recordando los Congresos de Arles, de 15S2,
y de Aix,de 1853, en los cuales se echaron de menos
las bases del renacimiento proven/al yla brillante
march de los felibres, desde su bautismo en 1854,
en el castillo de Fontseguina.
Mistral habl6 luego con entusiasmo de Suecia
y de Nobel, manifestando su agradecimiento por
el premio recibido, que le habia permitido comprar
el actual museo. "Con esto, dijo el poeta, soy
com pletamente feliz, pues la fiesta de hoy no es s6!o
la fiesta de Mistral, sino la fiesta de la Provenza y
de la poesfa."
En la noche, con un indescriptible entusiasmo,
se verific6 el gran baile de Mireille, donde s6lo se
admiten los trajes arlesianos.
Mistral asisti6 despues la inauguraci6n de su
estatua en vida, cosa poco comrin en Francia.
Tiene 79 afios, y hace precisamente 50 que
escribi6 su celebre poema'de "Mireia."









La Lomocotora 6


<71ELL T


EI2I_)L L


Al S. O. de nuestra ciudad carpitolina y a cinco
minutes de aquf yendo por la linea ferrea que con-
duce al Guarda Viejo, se encuentra el precioso
chalet que lltimamente construyeron los esposos
Juanitos con el poetico nombre de "Villa Isabel."
Es un lugar pintoresco que domina preciosos pa-
noramas en las lejanfas del borizonte, y que ofrece
un clima comfortable, embalsamado siempre por el
puro aroma de los eucaliptus y por el agradable
frescor de los cipreses, pinos y gran cantidad de
otros Arboles tropicales.
Esa encantadora villa fue bautizada por el
Reverendo padre Riveiro, y con ese motivo bubo
el 27 de junio pasado una fiesta que result esplen-
dida como todas las que saben dar Juanito y Jua-
nita. Y no podia esperarse otra cosa, si se consi-
dera el aprecio social que ellos se ban captado con
sus prendas. personales, traducidas a diario en su
amor entrailable a Guatemala, en su espfritu traba-
jador y en su character honrado, fino y caballeroso.
"Villa Isabel" esta construida al estilo arabe,
tiene estaciu6 propia y la adornan preciosas clipu-
las y altillos, descollando, como indicio de la nacio-
nalidad de los propietarios, dos hermosos leones
ibericos pintados en el z6calo de la fachada exterior.
FuV aquella una fiesta que tuvo los tonos de la
cultural y la cordialidad, realzados con la esplendi-
dez de los esposos Juanitos por tender solicita-
mente a sus invitados. Estos encontraron alli los
mejores manjares y los mejores vinos y licores. Se
brind6 por Guatemala. por Espafia y por la familiar
de los invitantes.
Una orquesta escogida y una alegre marimba
se turnaban sin cesar, y a sus acordes y compases
se dieron al baile mas de cincuenta parejas de da-
mas y caballeros de gran distinci6n social. En el
colmo del entusiasmo, y por insistente solicitud de
la concurrencia, los populares Juanito y Juanita
bailaron la afamada jota aragonesa, mereciendo una
calurosa ovasi6n por la gracia y habilidad con que
la ejecutaron..
La fiesta y la propiedad eran dignas de su ob-
jeto, pues los buenos y amorosos padres trataban
nada menos que de bacer un present en su cum-
pleanios la hija model, a su adorada y agraciada
Isabelita Martfnez Ramis, cuyo fotagrabado tene-
mos ahora el gusto de publicar, con las vistas y
cuadros de los concurrentes que sac6 el reputado
artist don Jose Garcia Sanchez.
En una parte lateral de la bonita villa se cons-
truy6 una elegant y amplia enramada que osten-
taba al frente, en grandes 'caracteres. esta le-
yenda:


"HOMENAJE.
JOVEN PATRONA,
MARTINEZ RAMS.


Los EMPLEADOS DE LA FINCA, A SU
LA APPRECIABLE SF.rNORI A ISABEL


El Principe A Iberto, sobrino de 8. M. Leopoldo y heredero
del trono de BBigica, en traje de gala, dias antes de su
partida hacia el Congo.

La Sefiorita Martinez con ser bonita, no puede
llamarse sin hiperbole un tipo complete: es simpati-
ca, agraciada y, sobre todo, dama de altas y bellf-
simas virtues. Su hermosura no se extingue por
que mas que en el rostro, la lleva en el alma; se


IBmm E TIE P~IFI .TA, PI'CDS.-E.9) D^:^ ZBAID7,










La Locomotora 16


flor que jams se marchita y que siempre esparce
perfumes; es claridad radiante que brilla a today
bora, aid cuando las nubes oscurecen el espacio.
Es uno de esos series que cultivan y reinan con sus
gracias: constituyendo una constant promesa de
felicidad, tan dificil de alcanzar en este mundo
Ileno de congojas e inquietudes; es un ser que, con
sus especiales cualidades morales, sus delicados
sentimientos y la ternura de sus afecciones, en-
dulzala existencia de cuantos la rodean.
ENELHOGAR es un modelo que ejerce fortifi-
cante ejemplo de imitaci6n: es una hija a fable y ca-
rihosa que adora a sus excelentes padres; una her-
mana solicita y hacendosa que aliende y cuida con
particular afecto A sus bermanitos, endulzaudo sus
inocentes juegos infantile con el raudal inagotable
de sus ternuras y con la alegria que siempre domi-
na en su character placentero.
De encamtos llena el hogar
Con su gracia y hermoura;
S-be A sus padres amar
Con amor todo ternura.
Y hace la diclia aumentar
Que les brind6 la 7entura.
EN LA iESPERA SOCIAL, la zsciorita Martfnez apa-
rece llena de encantos: sobi-rsalen. ante todo, su
modestia v humildad; es culta v anema en suL trato;
festival e ingeniosa, v con ese donaire ingiuito la
gracia espaniola, atraen y cautivan a cuantos tienen
la dicha de tratarla.
Es una fresca amapola
Brotada en jardin ameno.
En el sal6n reina sola
Cuando su espiritu. lleno
De dulce gracia espanola,
Desborda en raudal sereno.


EN EL COMERCIO, Ia sefioritaMartlnez ofrece
gallardas muestras de su inteligencia y cualidades.
Tiene apenas 17 affos y parece que su tino y
pericia fueran prematuras: ella por si sola trata y
contrata, desplegando gran habilidad ensus gestio-
nes; en todo revela profundo conocimiento de los
asuntos y no omite en ellos ni el mas pequeffo deta-
lle. Podrfa llamarse una expert ylista comer-
ciante,como quela seforita Martinez, con su talent
y esfuerzos ha contribi ido en much ala prosperi-
dad de la "Gran Agencia Ganadera" que sus apre-
ciables padres tienen establecida en Guatemala.
Al trabajo dedicada
Ella sabe trabajar,
Hacendosa y afanada;
iSi la vierais trabajar!
jQu exquisite y delicada
Al tratar y contratar!

Tales son los perfiles morales sobresa-
lientes de Id .impa.ticay digna scfiorita Isabel Mar-
tfnez Ramis, a quien tenuemo- el gusto de presentar
boy como un bomenaje a sus merecimnientos y co-
mo un voto de aplauso y estim ulo sus apreciables
progenitores, los queridos y populares Juanito y
Juanita.
Dichoso quien league a ser
Duebo de ese coraz6n.
ZQu6 mis puede apetecer
El que busca en su ilusi6n
Encontrar una nujier,
De virtud, gracia y sal6n?

Ui in vitado, P. .R. Ch.


.EI Ea(Fu011inniabcT


La Roche D'onelle


(Maurice de Gu6rin)


Era un calumniador.. .. agonizaba
con una angustia horrible, insoportable,
que el peso de la fama que se roba
prime tanto mas cuanto ella vale,


Y creyendo los sabios profesores
que en el pecho de ese hombre hubiera un cancer,
a los rayos de Roentgen acudieron
para el llagado coraz6n mirarle.


Y es de los que calumnian, tal la infamia
es tanta la negrura de su sangre,
que de los rayos se mancho la lumbre
y fue impossible coraz6o hallarle.


Pequehas can id:.des
hay en la cumbre de la imnnesn roca
A cuyos pies, acompasados baten
o:,bre la playa las movibles olas.
Guardan alli las grietas estancadas
de la iluvia las gotas,
y a beberlas A veces se detienen
las errantes bandadas de palomas.
Yo suelo por las tardes
ir & la cumbre a sollozar a solas
y mi llanto se mezcla con las aguas
entire las piedras toscas.
Sueltas bandadas que al morir el dfa
tenddis el vuelo centre la lumbre rdSea
con que al ponerse el sol en occidente
ilumina la adm6sfera:
jams bebAis las aguas escondidas
en la gigante roca,
que mis 16grimas tienen la amargura
de las marinas ondas.


Adolfo Le6n GOMEZ


Jose A. Silva.










.a Locomotora 11


El Canto del Petral


Sobre la blanca lanura del mar, el viento acu-
mula nubes. Entre las nubes y el mar, ciernece
soberbiamente el petral, parecido a relampago
negro.
Ya rasando la ola con su ala, ya lanzaudose,
cual flecha, delante de las nubes, grita; y las nubes
oyen la alegria en el temerario grito del pajaro.
Las gaviotas gimen ante la tempestad. Gimen
y se agitan sobre el mar, prontas a ocultar en su
seno el terror que les inspira.
Los somormujos tambien gimen. Los somor-
mujos son incapaces de embriagarse conla batalla
de la vida. El trueno de los golpes los espanta.
El est6pido penguin oculta timidamente su
grasiento cuerpo en las rocas. S61o el soberbio
petral ciernece, libre y temerario, sobre el mar,
blanco de espuma.
Cada vez mAs sombrias, cada vez mas bajas,
las nubes decienden al mar, y las olas cantan y
danzan, cada vez mas altas, alencuentrodeltrueno.
El trueno retumba. Las olas rugen espu-
majeantes de c61era, en lucha con el viento.
Mirad: el viento coge, en vigoroso apret6n, los
vuelos de las olas, y con salvaje furia, l1nzalas con-
tra las rocas, rompiendo en esplendores y en polvo
las gigantes rocas de esmeralda.
El petral ciernece, gritando, semejante 6 relam-
pago negro, hiende el mar, como una flecha; arran-
ca con su ala la espuma de las olas.
Miradle pasar como un demonio, el soberbio.
el negro demonio de la tempestad. Rie. Solloza,
Rie de las nubes. iSolloza de alegria --
En la c6lora del trueno, hace tiempo que 6l, el
sutil demonio presiente lafatiga. El esta conven-
cido de que las nubes no ocultaran el sol,-no, no lo
ocultarin.
El viento aulla.... el trueno retumba.
Los vuelos de las nubes incendianse en una
llama azul sobre el abismo de los mares. El mar
* coge las fleas de los relampagos,y las estruja ensu
abismo. Parecidos 6 igneas serpientes, tu6rcense
y desaparecen en el mar los reflejos de los relAm-
pagos.
ILa tempestadl iPronto va a estallar la
tempestad!
El intrepido petral sigue cerniendose sober-
biamfnte entire los relampagos, sobre el mar
rugiente de c6lera........... .
Es la profecia de la victoria, que grita:
"iQue estalle la tempestadl jMas fuerte


Rin ql sseHr a

Si fuera de cristal el pecho humane
y al traves de su limpia transpaaencia
come un libro abierto se leyera;
si la mancha que empafa la conciencia
a la frente saliera,
y con la voz ruguiente de las olas
el crime delatara;
si el pensamiento 5 gritos publicara
lo que piensa a solas;
si todo se supiera y se mirara,
la bumanidad entera con vergiienza
el rostro se tapara.
Julio N. VIECO


EL BESO

!Beso! ademan sutil, extravagant, con fre-
cuencia un poco c6mico y a veces trigicamente
conmovedor; roce de los labios que no sabeu ya
moverse para la palabra: despues de haber dicho
todo lo que las palabras pueden expresar; beso
instintivo, hereditario, y sin embargo, conventional
'quien te invent, quien te perfecciono, quien hizo
de ti en nuestra civilizaci6n harta de tradici6n y de
historic, el rito de acuerdo pasional, la 6ltima de
las escaramuzas amorosas, el sello de la promesa
definitive y como el anillo de esponsales de la po-
sesi6n?
Si algunos amantes te cambian en laembria-
guez de un transport que no es ya duefio de si mis-
mo, con cuanta mayor frecuencia eres el silencio y
c6modo fin de una situaci6n que sin ti se conver-
tirfa pronto en intolerable y ridicula..
iQue decir despues de haber dicho ciertas
cosas? A los pobres amantes cortos de elocuencia
les quita hasta la posibilidad misma de hablar y los
amordaza sabrosamente en el moment en que, sin
duda, no dirfan mas que simplezas.
Eres spiritual iOhl beso, porque la cantidad
de totiterfas que gracias a ti no se ban pronunciado
jams, es sin duda innumerable. Pero eres tambien
traidor. Comenzandoa veces con entusiasmos, por
pura conveniencia mundana, mezclas los series, ha-
ces brotar entire ellos el fogoso instinto que creian
domado por la urbanidad y dormido por la morfina
de los usos. Hay labios que se ban unido senci-
llamente para cumplir una formalidad sentimental
y casi mundana, y perciben de repente un sabor
imprevisto; las electricidades contrarias se cambian
por esos polos en contact, de tal modo, que una
vez desunidos, los dos series no son ya los mismos,~
que antes del beso. Por eso, a pesar de tu aspect
ritual; A pesar de tu deseo de permanecer semi-
ideal, acabas por aparecernos como el sign mas6-
nico del genio de la especie, ademas inexplicable,
ingenioso, falaz..-- .. .--...
Marcel Prevost









La Locomotora 12


LAS NACIONES DE AMERICA


CAdiz es una mano que al mar Espaia tiende
desde remotos siglos de bien y de fortune,
y el borde del AtlAntico con desdos fiirme prende .
para mecer su seno con ,In de innmena cuna.
En esa cuna vasta cien reins han dormido,
su infancia venturosa durmieron cien Estados,
y el canto de la madre, de amor estremecido.
dej6 con bratas ondas sus suefis aiullados.
Naciones que el Atlantico meci5 cual cuna enorme:
Espaia os did al criaros sus suei os de grandeza,
y de los plauos lfquidos en el grainir deforme
ella os abri6 los ojos a Dios y A la Belleza.
Os did el excelso idioma como un collar divino
que os une per las lenguas y os prende las gargantas;
collar tan prodigioso, tan bello y peregrino,
que es de palabras puras y son sus cuentas santas.
Gradde como la cuna fuistes naciendo en ella.
os trasmitid el Atlfntico su brfo inmensurabl,'
el cielo o- did por norte su mias sublime e-trella,
y el porrenir os guard destino impenetrable.
De la caduca Espafia sois el rebroteiintenso
que formard en la historic, por bfblico c...njuro,
un arbol prtertoso cuyo ramaje inmenso
como un temple infinito cobije lo futu ro.
Tan vast como Roma la de las grande plans, ,
fuN Espaia al ir soltandu. grandiosos eslabones:
fue el libro talonarlo de pueblos y de razas,
del que cortd la hi toria naciones y naci., nei.
Nunca olidis la anciana de frente encanecida,
y si la vieseis presa de misero abandon,
id como veinte rfos A darle amor y vida,
id como Leinte Estadus a softener su tron..
..- --........... ..--. ....... ..... ....-.... .. .
.. Y aun cual sibila augusta del porrenilr eterno,
como si nueva prole trajdrale lo arcano,
1incomovible sigue sa coraizn materno
cual una inmensa cuna mecicndo el oceano!-....

Salvador :Rueda.


PSICOLOGIA DE LA MENTIRA

La mayor parte de las cuestiones political,
sociales, juridicas y domnsticas, dice en "La
Re ue" de Paris, Camilo Melinaud, son inexplica-
bles por la mentira universal que todo lo invade.
C6omo nos bacemos embusteros? El niio no
miente ni sabe disimular en los primeros anios: para
liegar a mentir pasa por varias etapas. La
primer es el descubrimiento de -a mentira en el
juego; una nifia que juega con su mnueca afirma
que tiege una bija. que crece, que habla, que se
pone mala. etc.: deahi a la mentira no hay masque
un paso. Tn nino viene gimiendo a decirnos que
un companiero le ha pegado; uosotros o creemlos,
nos indignamos y entonces declara riendo que ha
diclhoaquello "por jugar.". Moralmente, alli no hay
mentira, porque falta la mala intenci6n; pero, psi-
co:ldpicamente, apenas puede notarse el matiz.
Descibierto por elnifio que bay un medio de
engafiar a las gentcs, a pa rcei la segunda etapa, que
es laensefianza de la ientrapir el ejemplo. Hasta
en las families mis honradas el nifio sorprende a
sus padres en flagrante delito de embuste, como
cuando se hace responder a la criada que no esta-
mos en casa, cuando cumplimentamo* a alguien, y
luego que se va, le criticamos, etc.
El tercer moment es el encuentro del niio en
la sociedad; lo dice todo, lo cuenta todo tal como es,
y su-s padres le reprenden; claro es que no le dicen
que mienta, pero si que no.debe decir todo lo que
siente.
Y asi llegamo al cuarto moment de ia evolu-
ci6n; el nifio sabe que la mentira le aprovlecha, y la
emplea; y al usar de ella, lega :convertirse en
mentiroso, pues siendo tan 'facil el mentir, y ha-
biendo tantos pretextos para hacerlo, miente,
creandose asi el hAbito de la mentira. La verda-
dera causa de todo esta en la irregularidad de la
vida. La mentira es un esfuerzo para aparen tar
una conduct regular. La cortesia nos prohibe la
sinceridad absolute; la modestia nos impone el
disimulo inconsciente; el pudor nos prohibe descu-
brir ciertos sentimientos, pero la sinceridad'se
reconoce en dos cosas: el valor de dar un disgusto
y el valor de confesar sus faltas.


"Jardin de Candelaria"

G TJATAlM AEA

Tel6fOno particular Num. 522.-Avenida Central Ndm. IlO.-Calle de Candelaria
Ndm. 14 y Avenida del Colfo Num. 73.


Se hacen coronas de todas clases, Cruces, Ancoiras, Corazones, Ramos, Ramilletes,
Canastas y today forma de flores y adornos. -Venta de flores y legumnbres. Se
remiten pedidos y las obras A donibilio.


El tranvia pasa frente i la puerta de entrada Ntimero 14 de la
Calle de Candelaria


I


I




Full Text
xml version 1.0 encoding UTF-8
REPORT xmlns http:www.fcla.edudlsmddaitss xmlns:xsi http:www.w3.org2001XMLSchema-instance xsi:schemaLocation http:www.fcla.edudlsmddaitssdaitssReport.xsd
INGEST IEID E6X1F2P8F_HW3J9F INGEST_TIME 2013-01-23T14:42:22Z PACKAGE AA00011460_00081
AGREEMENT_INFO ACCOUNT UF PROJECT UFDC
FILES