<%BANNER%>
HIDE
 Front Cover
 Frontispiece
 Main
 Back Cover


DLOC PCANAL



The Panama Canal review en español
ALL VOLUMES CITATION THUMBNAILS PAGE IMAGE ZOOMABLE
Full Citation
STANDARD VIEW MARC VIEW
Permanent Link: http://ufdc.ufl.edu/AA00000265/00042
 Material Information
Title: The Panama Canal review en español
Portion of title: Review en español
Physical Description: v. : ill. ; 28 cm.
Language: Spanish
Creator: Panama Canal Company
Publisher: Cía. del Canal de Panamá
Place of Publication: Balboa Heights
Creation Date: October 1979
Publication Date: 1962-
Frequency: quarterly[nov. 1964-]
monthly[ former 1962-jul. 1964?]
quarterly
regular
 Subjects
Subjects / Keywords: Periodicals -- Panama   ( lcsh )
Periodicals -- Canal Zone   ( lcsh )
Genre: periodical   ( marcgt )
serial   ( sobekcm )
 Notes
Dates or Sequential Designation: Vol. 1, no. 1 (agosto 3, 1962)-
Numbering Peculiarities: Courtesy issue: jul. 6, 1962.
Issuing Body: "Publicación oficial de la Cía. del Canal de Panama," jul.-set. 1962; "Publicación oficial del Canal de Panama." oct. 1962-
General Note: Issue for nov. 1963 has title: Review en español.
General Note: Title from cover.
 Record Information
Source Institution: University of Florida
Rights Management: All rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier: oclc - 07563220
lccn - sn 88028552
sobekcm - AA00000265_00042
Classification: lcc - F1569.C2 P36318
System ID: AA00000265:00042

Table of Contents
    Front Cover
        Page 1
    Frontispiece
        Page 2
    Main
        Page 3
        Page 3a
        Page 4-5
        Page 6
        Page 7
        Page 8
        Page 9
        Page 10
        Page 11
        Page 12
        Page 13
        Page 14
        Page 15
        Page 16
        Page 17
        Page 18
        Page 19
        Page 20
        Page 21
        Page 22-23
        Page 24
        Page 25
        Page 26
        Page 27
        Page 28
        Page 29
        Page 30
        Page 31
        Page 32
        Page 33
        Page 34-35
        Page 36-37
        Page 38
        Page 39
        Page 40-41
        Page 42-43
        Page 44-45
        Page 46-47
        Page 48
        Page 49
        Page 50-51
        Page 52
        Page 53
        Page 54
        Page 55
        Page 56
        Page 57
        Page 58
        Page 59
        Page 60
        Page 61
        Page 62-63
        Page 64
        Page 65
        Page 66-67
    Back Cover
        Page 68
Full Text

















































Z! II


. .... .. .. . .























































Mi




99- /-o1-I


Palabras del

Gobernador

de la

Zona del Canal


Un buque atraviesa las
Esclusas de Gatin durante un
trdnsito nocturno del Canal de Panamd.

Paginas 4 y 5: Vista del sector Pacifico
de la Zona del Canal desde el Cerro
Sosa.


E ste afio el Canal de PanamA
celebr6 su 659 aniversario.
Desde que la nave Ancdn
inaugur6 oficialmente la via
acuatica, el 14 de agosto de
1914, mAs de medio mill6n de
barcos han transitado por el
Canal, transportando una ex-
tensa variedad de cargamentos a
todas parties del mundo.
Los tratados del Canal de
PanamA que hoy entran en
vigencia constituyen un event
de gran transcendencia en la
historic de esta important via
interoceAnica. Ello marca el
inicio de una nueva era que
acarrea cambios que habrAn de
constituir un reto para todos los
que tienen alguna relaci6n con el
Canal.
Para los empleados, la
transferencia de la jurisdicci6n
sobre la Zona del Canal a la
Republica de Panama y la
creaci6n de la nueva y mAs
pequefia Comisi6n del Canal de
PanamA significa importantes
ajustes en sus vidas.
La Zona del Canal ha pasado
a la historic. Fue algo inico en la
historic political norteamericana y
model de organizaci6n. Toda
persona que ha trabajado y
vivido aqui bien puede estar
orgullosa del alto nivel de
eficiencia establecido en la 6poca
de la construcci6n y mantenido a
travis de los afios.
Ahora debemos fijar nuestra


atenci6n en el future. Mucho ya
se ha logrado en este sentido.
Los cambios iniciales que ahora
tienen lugar fueron previstos y
cuidadosamente programados a
fin de evitar mayores contra-
tiempos en la operaci6n del
Canal. Pero acn el mejor de los
planes puede fracasar si no
cuenta con el decidido esfuerzo
de los que habrAn de Ilevarlo a
cabo. Por mi parte, tengo la
complete seguridad de que el
alto sentido de responsabilidad y
devoci6n al trabajo que siempre
ha prevalecido continuara
reflejAndose en el eficiente
funcionamiento de este vital
servicio international.
A los que se disponen a dejar
el Canal, les deseo bienestar y
buena suerte. Para los que
permanecerAn con la Comisi6n,
con otras dependencias guberna-
mentales de los Estados Unidos
o de la Repiblica de PanamA los
dias venideros exigirAn el mejor
de sus esfuerzos en el
cumplimiento de sus deberes y
buena voluntad para adaptarse a
nuevas situaciones. A juzgar por
la dedicaci6n que han demos-
trado durante estos 61timos afios
de incertidumbre, estoy seguro
que cumplirAn cabalmente su
cometido.

^a iR 03h-SL
uj


THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafol 3










Digitized by the


nternet Archive


n 2010 with funding from


Lyrasis Members and


S


oan Foundation


http://www.archive.org/details/panamacanalrl 979pana




























































































-~i 1


. .....:: '...: .


E;:EE:':i; ":.".'.: ... J_.: .
" : .:"E.' E" :." .:
.:',:;:.;'" : ".


i..l


N.":.. .






PAIIAMA CANAL
HAROLD R. PARFITT WILLE K. FRIAR
Gobernador-Presidente I E Editor
JAMES H. TORN1EY En SPRhoL
Vicegobernador Escnriores
VICTOR G. CANEL FANNIE P. HERNANDEZ, DOLORES E. SUISMAN
Director Encorgado de Informaci6n Publicaci6n Oficial del Canal de Panama VICKI M BOATWRIGHT
Los articulos e ilustraciones que aparecen en el PANAMA CANAL REVIEW pueden ser reproducidos libremene en pare o totalmente si se le da elcrediro
al PANAMA CANAL REVIEW como la fuente. Normalmente el REVIEW se public semestralmente Las subscripciones anuales cuestan $3 por correo regular
y 56 por correo aereo El preclo de las ediciones antenores es $1 50 por correo regular y $3 cuando son envladas por correo aereo. Para obrener las
subscnpciones. entie cheques o giros posiales pagaderos a la Comisi6n del Canal de panama. al PANAMA CANAL REVIEW. Comision del Canal de
Panama Oficina de Informacidn. A P O Miami, Fla 34011 Las oficinas de la redaccidn estAn situadas en la Oficina N' 100 en el Edificio de la
Administracidn Balboa Heights. R de P

En Esta Edici6n
SSTA EDICION DEL REVIEW SEFIALA UN FIN Y UN COMIENZO.
A Mira con nostalgia hacia el pasado-los edificios, los simbolos, el ambiente
laboral y habitacional de la Zona del Canal-y hace un enfoque optimista de los
cambios y el reto que representan para la organizaci6n del Canal.
Combinando las ediciones de verano e invierno, esta edici6n del REVIEW
conmemora la entrada en vigencia de los nuevos tratados del Canal de PanamA.
Con la edici6n del 1Q de octubre, ser la iltima vez que el REVIEW aparezca
como publicaci6n official de la Compafia del Canal de PanamA/Gobierno de la
SZona del Canal. En lo sucesivo pasarA a ser publicaci6n official de la Comisi6n del
Canal de PanamA.
En la edici6n del verano de 1980, se notarA el mayor cambio en la historic del
REVIEW desde que se comenz6 a publicar el 5 de mayo de 1950. El retire del sello
de la Zona del Canal significa un cambio radical en nuestro logotipo, pero en la
pr6xima edici6n serA reemplazado por un sello de la Comisi6n del Canal de
Panama.
Un especial agradecimiento a nuestros colaboradores, entire quienes figure
Pandora AlemAn, exredactora de la Oficina de Informaci6n y ahora con el Ramo
de Administraci6n de Archivos; la escritora independiente Janet Len-Rios;
Robert Burgess, Curador de Publicaciones, jubilado del Museo de Marinos en
Newport News, Virginia; y Nathan B. Gale quien colabor6 con el articulo sobre la
vida silvestre, junto con Dolores Suisman, editor del Spillway recien jubilada.
Las fotos son obra de los fot6grafos Mel Kennedy, Arthur L. Pollack, Don
Goode, Kevin Jenkins, Alberto Acevedo, Gerry Laatz, y Bob Rogers, todos del
..- Ramo de Artes GrAficas y Vic Brown y Fred Robinson, de la Policia de la Zona del
SCanal quienes contribuyeron con la mayoria de las fotos de los animals
silvestres. Artistas: Carlos M6ndez del Ramo de Artes Graficas y Dante Fiori de
la Divisi6n de Escuelas.
Contenido

Los Edificios ................................................ 7-24
Simbolos ............................... ..................... 25-35
El Ferrocarril de Panama ...................................... 36-37
Flora y Fauna ..................................... ........... 38-49
El Canal de Hoy .............................................. 50-53
El Canal de Ayer ..................... ........ .......... 54-58
Mirando Hacia el Pasado ..................................... 59-63
La Zona del Canal de Noche ................................. 64-67
Nuestra Portada
Las luces de los numerosos y modernos edificios cuyas siluetas se dibujan
en el horizonte de la ciudad de PanamA sirven de fondo dramAtico a las lines
cl6sicas del Edificio de Administraci6n en esta fotogratia nocturna tomada por
Mel Kennedy, quien subi6 a la cima del Cerro Sosa para obtener esta vista.
En el afio 1915, "Red" Hallen seleccion6 el mismo lugar para tomar una fotografia
nocturna del flamante edificio y El Prado. Esta fotografia aparece en la p6gina 65.
Al comparar las dos fotografias se ve claramente los dram6ticos cambios
ocurridos durante los iiltimos 64 afios.


OCTUBRE 1l, 1979

















El Edificio de

Administraci6n Une el Pasado,

El Present v el Futuro


Por Vicki M. Boatwright
L AS IMPRESIONANTES ESCE-
nas de la construcci6n del Canal
que adornan las paredes de la rotonda
del Edificio de Administraci6n de Bal-
boa Heights atraen poderosamente la
atenci6n de empleados y visitantes
por igual. Los murales described en
audaces pincelazos de palido ocre,
vivido anaranjado y rojo ladrillo la
monumental labor que constituy6 la
construcci6n del Canal. Nos hablan
de aquellos viejos tiempos. Pero el
profundo silencio de la rotonda y el
fresco aire acondicionado nos apartan
de las realidades de los dias de la
construcci6n. Parecen estar muy
lejos, tanto en tiempo como en
espacio.
Pero mire hacia el norte de la
rotonda y camine unos pasos. De
pronto la brecha entire el pasado y el
present se ha cerrado. En la escalera
central, construida con marmol rosa-
do de Tennessee en 1914, los escalo-
nes muestran el desgaste causado
por el constant ir y venir de los miles
de pares de pies que han pasado por
ellos desde que el edificio fue termina-
do. Al agarrar el pasamano de caoba
para comenzar nuestro ascenso,
seguimos los pasos de aquellos que se
apresuraban para legar a su trabajo
en horas de una mafiana fresca duran-
te la estaci6n seca en 1915, de los que
levaban pianos a la oficina de Inge-
nieria en 1923, de los que se preocu-
paban por las noticias sobre la guerra
en 1942 o los que regresaban a su tra-
bajo en 1957 despues de tomarse una
taza de cafe por 5 centavos en la cafe-
teria. Los escalones, el pasamano, el
edificio, nos unen en una cadena
irrompible con aquellos que pasaron
por aqui antes.
En 1912, all por la 6poca en que se
daban los toques finales a las Esclusas
de Gat6n y se Ilenaba de agua el Lago
Gat6n, el Ingeniero Jefe George
Goethals, quien a la saz6n era tam-
bien Presidente de la Comisi6n del
Canal Istmico, emprendi6 la construc-
ci6n de un edificio permanent para
centralizar la administraci6n de la via
interoceAnica. El departamento de
ingenieria se habia mudado a Culebra

La uentana arqueada en el descanso
de la escalera central en el tercer piso
es tipica de la arquitectura del
Renacimiento Italiano.


THE PANAMA CANAL REVIEW En Espaiol 7


---~C--ll~--l--------)-------- _---__--- _--------------~




































~i~i


. - :^:-n


%j flJ


1 2- - .--r~ ...----
~ II '-- zx


. .19


4^ S
eg
1


W' O


.. '
-r- ,,/ .. "'
I~f- ^-'.


- 4


*-


a I.


m.:-


~Xrr
L


.-v


Y r'fe






en 1906, las oficinas de pago y de con-
tabilidad se encontraban en Empera-
dor, y la mayoria de las oficinas que
tenian relaci6n con materials y abas-
tos habian sido reubicadas en Cris-
t6bal.
Sin saber, por supuesto, que seria el
primer Gobernador en ocupar la
oficina ejecutiva, Goethals nombr6
una comisi6n de alto nivel en que fi-
guraban tan distinguidos personajes
como los coroneles Gorgas, Hodges y
DeVol, para que encontrase una
ubicaci6n apropiada en el sector Paci-
fico para un edificio digno de la misi6n
y el carActer de una estructura que
velaria y dirigiria los intereses y la
operaci6n del Canal, y dominara
desde lo alto .. lo que serb el primer
poblado permanent de la Zona".
Se consideraron cinco ubicaciones,
cuatro en o cerca del Cerro Sosa y
una en un promontorio del Cerro
Anc6n al oeste de la cantera que le dio
a Quarry Heights su nombre actual.
Cuando la comisi6n se decidi6 por
esta iltima ubicaci6n, la cual descri-
bieron con mas exactitud como
"30 pies detrSs de la antigua estaci6n
de triangulaci6n en el Cerro Lone
Tree", Goethals aprob6 la selecci6n
con la condici6n de que no se sacara ni
una cucharada de tierra hasta que un
arquitecto competent hubiera exa-
minado el terreno.
Un "arquitecto competent" fue
para Goethals Austin W. Lord, jefe
del departamento de arquitectura en
la Universidad de Columbia y socio
de mayor jerarquia de la firma Lord,
Hewlett y Tallant de Nueva York. Sin
embargo, Goethals y Lord tuvieron
sus problems.
Lord pas6 el mes de julio de 1912
en el Istmo estudiando la topografia
del terreno y las condiciones locales
que afectarian el disefio de los edifi-
cios. Lo acordado era que I6 regresa-
ria a Nueva York. donde prepararia
un esquema general en que todos los
edificios "desde Punta Toro hasta la
Isla de Taboga serian de un estilo
prevaleciente". Y despues visitaria el
Istmo mas o menos cada dos meses
durante el period de la construcci6n.
Esto no fue del agrado de Goethals.
El President queria que el arquitecto
renunciara a sus oficinas en la Quinta
Avenida y se instalara en el Istmo
hasta que terminara el trabajo. En la
correspondencia de ambos se refle-
jaba el conflicto-el energico Goethals
enviaba escuetos mensajes exigiendo


ir uhh'U'1l-


A la izquierda. en enero de 1914. laltaba rnmu poco para terminor el exterior del
Edificio de Administracidn, pero el Campo de Albrook adn era un pantano y el
Cementerio de Anc6n todauia tenia que ser trasladado a lo que es hoy Corozal
para abrirle paso a las nuevas casas. A lo lejos se pueden ver las Esclusas
de Miraflores. Arriba, es el anio 1916, y dia de pago en el Edificio, donde los
empleados se ponen en fila ante las ventanillas del cajero ubicadas en el ala oeste
pare recibir sus salaries en oro. Al pie del cerro se est6 construyendo la Primera
Iglesia Protestante. Abajo, los ocupantes del edificio en 1929 adn eran en su
mayoria hombres, a juzgar por esta escena en la Direcci6n de Registros. N6tese
que el grupo que usaban corbatines y los que usaban corbatas largas de
nudo corredizo. La Direcci6n de Registros tenia a su cargo los archives generals
de la organizacidn del Canal y estaba ubicada en el segundo piso en el espacio
que ahora ocupa la Direcci6n de Personal.


saber a que se debia la interrupci6n
del trabajo y se quejaba de las
demoras ocasionadas por la circuns-
tancia de tener que negociar por
correspondencia; Lord le escribia
cartas largas, explicando que la Comi-
si6n no le habia autorizado el nGmero
suficiente de dibujantes, y mAs impor-
tante, los funcionarios del Canal no


habian Ilegado a una decision respect
a la disposici6n de las oficinas.
Mas tarde en The Canal Record
aparece esta observaci6n, "El edificio
entero fue trazado sin ningin conoci-
miento definido sobre cuales oficinas
lo ocuparian, cuAnto espacio necesi-
tarian o que correlaci6n tendrian ..."
Sin embargo, Goethals se habia


THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafiol 9







mostrado muy firme con respect a
un punto. Le inform al arquitecto
que el Edificio de Administraci6n
deberia costar "$375,000 y ni un cen.
tavo mas, ya que no tenemos mas
dinero y no vamos a pedir mas". Los
costs finales nunca fueron registra-
dos en la historic detallada sobre el
edilicio que apareci6 en The Canal
Record el 30 de diciembre de 1914,
pero la correspondencia indica que las
cifras finales excedieron el estimado.
S61o los murales de Van Ingen en la
rotonda a $25 el pie cuadrado
costarian aproximadamente $25,000.
La participaci6n direct de Lord en
la Comisi6n del Canal Istmico aparen
temente termin6 en 1913, pero no
antes de confeccionar los pianos para
el Edificio de Administraci6n, para la
disposici6n y el disefio de las viviendas
de tipo Prado y para los edificios ter-
minales del poblado de Balboa, y los
pianos para la estaci6n hidroelectrca
de Gatun, asi como tambien las
casetas de control de las tres esclusas.
Se opt6 por la forma "E" para el
edificio a fin de mantenerlo lo suli.
cientemente angosto para aumentar
al maximo el uso eficiente de la luz
natural y porque, si hubiese sido


La belleza abrumadora del alto
cielo raso en forma de cupula, los
murales dramdticos y los columns y
piso de marmol hacen de la rotonda
la principal atraccidn del Edificio de
Admrnistraci6n. Los murales, pintados
por el arista W. B. Van Ingen a
solicitud del Coronel George IW.
Goethals, described, abajo de izquierda
a derecha, la excauac16n del Corte
Gaillard (Culebra) en el Cerro de Oro;
la ereccr6n de la compuerra de la
esclusa; la construccidn de las
Esclusas de Miraflores: y la
construccd6n del vertedero en la
Represa Garin.






construido en linea recta, el espacio
requerido hubiera resultado dema-
siado largo. El estilo es del Renaci-
miento Italiano.
Como quiera que Lord no figuraba
ya en el asunto, su asistente en
Culebra, Mario J. Schiavoni, fue
designado para el cargo de arqui-
tecto. Con 61 asumi6 la responsabili-
dad de Ilevar a cabo los proyectos de
su antecesor asi como todos los
problems relacionados con la em-
presa.
Schiavoni tenia una imaginaci6n
artistic, una cualidad que no era del
agrado de Goethals o del ingeniero
resident encargado de la construc-
ci6n, Frank Holmes. Con este ltimo,
Schiavoni sostuvo un agitado inter-
cambio de notas que giraban prin-
cipalmente sobre la tardanza del
arquitecto en completar los dibujos
finales para el edificio. En una ocasi6n,
aparentemente hastiado de los hAbi-
tos de Holmes de enviar una copia de
de cada memorandum a Goethals,
Schiavoni envi6 este memorandum a
Holmes: "Deseo hacerle saber que
consider su actitud de enviar repe-
tidas declaraciones, por escrito, sobre
mi trabajo como falta de cooperaci6n
por su parte y sin justificaci6n".
Entre las sugerencias hechas por
Schiavoni figuraba la de una placa con
titulo decorative en honor de los tra-
bajadores de la construcci6n que seria
colocada en la parte superior de la
entrada principal del Edificio de
Administraci6n. Incluiria una repre-
sentaci6n escult6rica de un trabajador
americano con un negro, un espafol,
un frances y un hind6 a cada lado, y
una pala de vapor a un extreme del
cuadro y una draga en el otro.
El President rechaz6 esta pro-
puesta con una oraci6n: "... Yo opino
que todo lo que sera necesario es una
simple inscripci6n, intercalada en


forma de V, que diga "Edificio de
Administraci6n, Canal de Panama,
1914"
La recomendaci6n del arquitecto
de que el Sello de la Zona del Canal
fuese hecho en mosaico en el centro
del piso de la rotonda tuvo una suerte
similar a manos de Holmes, quien
declar6 que seria demasiado costoso
y tomaria much tiempo.
Pero a pesar de los choques de
personalidad y las demoras por las
cuales se culpaban el uno al otro, la
construcci6n del Canal progresaba de
maravilla. No obstante su cautela
sobre gastar dinero, Goethals aplic6 la
misma imaginaci6n y previsi6n a la
construcci6n del Edificio de Adminis-
traci6n que le habia dado al propio
Canal. Trajo al Istmo a Albert Pauley,
quien cre6 un nuevo process para la
confecci6n de bloques huecos de
hormig6n, para que supervisara la
construcci6n de una fAbrica para la
fabricaci6n de estos bloques los
cuales serian usados en todos los
edificios permanentes en Balboa. El
artist W. B. Van Ingen de Nueva
York, famoso por su trabajo en la
Biblioteca del Congreso y en la Casa
de Moneda en Philadelphia, fue con-
tratado para pintar los murales de la
rotonda con el objeto de conservar en
forma de arte algo de la monumen-
tal labor que comprendia la cons-
trucci6n del Canal.
A solicitud de Schiavoni, semanal-
mente el progress del Edificio de
Administraci6n era registrado por
Red Hallen el fot6grafo de la Comi-
si6n, cuyo trabajo en el Istmo median-
te el uso de negatives de vidrio Ilega-
rian a tener un valor incalculable como
ilustraci6n de la historic de la 6poca
de la construcci6n.
El 15 de julio de 1914, un poco mAs
de un aflo despues que se levant la
primera viga de acero, el Edificio de


Administraci6n recibi6 sus primeros
ocupantes.
Como en todos los proyectos de
construcci6n no todo detalle sale a
pedir de boca. El tercero y 61timo
arquitecto del Edificio de Administra-
ci6n, Samuel M. Hitt, hizo hincapi6
en ese hecho en un memorandum
con respect al pago que habia pen-
diente para las ocho columns de
mArmol en la rotonda. Observando
que las columns de mArmol eran de
primera, afiadi6 que el abastecedor no
deberia ser culpado por el hecho de
que los trabajadores de la construc-
ci6n habian colocado la parte superior
de las bases de la column al revs.
Los visitantes a la rotonda hoy dia
pueden observer que con excepci6n
de una column, el borde exterior del
disco de marmol sobre el cual reposa
cada una estA acanalado, indicando
que ese lado deberia estar hacia abajo
contra la base octagonal.
Entre julio y septiembre de 1914, las
oficinas de Culebra, Emperador y el
edificio de administraci6n de Anc6n
fueron mudadas al nuevo edificio.
Para junio del siguiente afio, el edificio
alojaba a 424 empleados, de los cuales
49 eran mujeres.
En la mayoria de los casos, la ubica-
ci6n de las oficinas y la rutina diaria de
los empleados que las ocupaban eran
completamente diferentes en 1914 de
lo que son hoy dia. En cuanto a las
oficinas, pocas han permanecido en
su ubicaci6n original. Cuando el
Gobernador Goethals, su vicegober-
nador (anteriormente conocido como
el Ingeniero de Mantenimiento) y sus
secretaries respectivos se mudaron a
la esquina frontal norte en el segun-
do piso, que dominaba el Canal y el
poblado de Balboa, se estableci6 un
precedent en relaci6n con la ubica-
ci6n de esas oficinas que perdura
hasta el dia de hoy.









Despu's de subir por las escaleras de
caracol ubicadas a corla distancia
de la escalera central, el fot6grafo del
Canal de Panamd, Kevin Jenkins,
examine lo que queda de una luz de
segurndad en lo que fue una uez el
cuarto obscure del primer fot6grafo
official del Canal. Abajo, la forma
"E" del edificio es aparente en esta
vista.


El Jefe de Salubridad y el Jefe de
Cuarentena se mudaron del antiguo
Edificio de Administraci6n en Anc6n
al Departamento de Salubrdad en el
segundo piso, que ha sido desde
entonces la Direcci6n de Salubridad.
Sus oficinas han sido ampliadas, pero
igual que el Correo de Balboa Heights,
la Direcci6n de Salubridad esta done
siempre ha estado.
Las horas de oficina eran de
8 a 12 meridiano y de 2 a 5 p.m.,
durante los dos prmeros afos des.
pues de la inauguraci6n del edificio,
y la mayoria de los empleados
caminaban al trabajo. A juzgar por
una circular del Gobernador Goethals
que fue distribuida a todos los em.
pleados del Edificio de Administra-
ci6n, por lo menos hay una tentaci6n
en la vida de oficina que no ha cam-
biado para nada. Goethals reprendi6
a los empleados por la prActica de
abandonar el trabajo antes del medio-
dia y antes de las 5 p.m. "a fin de lograr
la ventaja de ser el primero en ser
servido el almuerzo o para asegurar
sus asientos en los buses".
Al mediodia las oficinas permane-
cian cerradas con Ilave, pero los em-


pleados que tenian cupones del comi
sariato podian comprar un ligero
almuerzo consistent de empareda-
dos, cafe y pastel en el restaurant del
s61ano, que se extendia a lo largo de lo
que es actualmente el Ramo de Artes
GrAficas. Se instalaron mesas de billar
para los hombres en el s6tano. Las
mujeres que trabajaban en el edificio
se quejaron pidiendo igual considera-
ci6n, y poco despuss, dos cuartos en
el tercer piso que ahora ocupa la
Oficina del Asesor Juridico fueron
establecidos como salones de lectura
y descanso para las sefioras.
Los empleados podian encontrar
much material de lectura en la biblio-
teca, ubicada en el tercer piso, en lo
que es ahora la oficina del titular de la
Direcci6n de Ingenieria y Construc.
ci6n; pero no habia lugar done sen-
tarse. The Canal Record sefial6 que
"La Biblioteca del Canal estS tan
repleta de material de lectura que deja
poco espacio para los lectores". Poco
tiempo despues, fue trasladada al
primer piso, donde ahora funcionan
las Oficinas de Prensa e Informaci6n.
Kathleen McGuigan, asistente ad-
ministrativa del Contralor de la Com-
pafia del Canal de PanamA, ahora
jubilada, recuerda que cuando fue a
trabajar en el edificio en 1934, el breve


descanso para tomar cafe, que hoy
es parte integral de la vida en el Edifi-
cio de Administraci6n, no existia;
pero los empleados podian comprar
cigarros y pastillas en un puesto de
venta establecido en un pequefio
cuarto entire el primer y segundo piso
desde que se inaugur6 el edificio.
En realidad, las oficinas o la rutina
diaria del Edificio de Administraci6n
habian cambiado muy poco cuando
Kathleen, hija de dos ganadores de la
Medalla Roosevelt obtuvo a la edad de
20 afios su primer empleo con el Canal
como oficinista en la Direcci6n de
Reclamos, la cual ocup6 el espacio
actualmente asignado al Ramo de
Presupuesto.
La Oficina de Pagaduria con sus
dos enormes b6vedas ocup6 el final
del ala oeste que ahora aloja la Oficina
de Seguridad Interna. Cuando la
Srta. McGuigan recibia el vale por su
salario mensual salia al portal para
cobrarlo en una de las ventanillas que
ain pueden verse hoy en dia, talcomo
lo habian hecho sus padres desde
1914. S61o que en el tiempo de sus
padres la n6mina era transportada en
una carreta tirada por caballo y sus
salaries eran pagados en oro.
Recuerda que siendo nifia, subia la
escalera de caracol hasta el studio


OCTUBRE 1, 1979






del fot6grafo ubicado en el desvAn en
el centro del edificio directamente.
sobre la escalera principal.
El fot6grafo Hallen tom6 su fotogra-
fia empleando la luz del norte que
entraba por el tragaluz de cristal que
mas adelante fue cubierto con tejas
rojas como el resto del techo.
Hoy dia el desvan es un lugar de
almacenaje para los viejos pianos de
ingenieria, tomos encuadernados de
los studios sabre el Canal, suminis-
tros para la defense civil, y el pesado
equipo de aire acondicionado que
refresca el edificio. Pero la pintura
negra que se estA pelando de las pare-
des que una vez fue un cuarto oscuro
es testigo silecioso de su uso original.
C. A. Mclk'aine, Secretario Ejecu-
tivo en 6poca del Gobernador Goe-
thals, a6n ocupaba esa posici6n cuan-
do la Srta. McGuigan vino a trabajar
para la Compafiia. Para los emplea-
dos, dice ella, 61 era "como Dios".
Gobernadores iban y venian pero
C. A. Mcllvaine permanecia afio tras
afio, cargando con responsabilidades
que lo hicieron, en realidad, el gober-
nador operate. Su oficina estaba
ubicada en lo que es actualmente el
Sal6n de Conferencias del Goberna-
dor. La Direcci6n de Corresponden-
cia, la cual mas tarde fue designada
como Servicios Administrativos, ocu-
p6 el espacio en ambos lados del
pasillo que ahora pertenece al Secre-
tario Ejecutivo.
La Srta. McGuigan recuerda que


los tiles de escritorio eran guardados
en un almacen, al igual que siempre.
Entre los articulos que figuraban en
los pedidos semanales se encontraban
formularios oficiales y papel de escri-
bir, asi como tambien los imprescin-
dibles pisapapeles que los protegian
contra las frescas brisas de la estaci6n
seca que soplaban a travis de las
ventanas abiertas.
El actual Director de la Oficina de
Igualdad de Oportunidad de Empleo,
Bruce Quinn, que creci6 en la Calle
Barnebey en Balboa, dice que su mAs
vivido recuerdo del Edificio de Admi-
nistraci6n es cuando 1l y su hermana
eran pequefios y todas las tardes se
ponian sus vestidos limpios y plancha-
ditos y se iban al pie de las escaleras a
esperar a su padre cuando salia del
trabajo. Recuerda Quinn que al termi-
nar el dia laborable, grandes olas
humans salian del edificio y bajaban
por las amplias escaleras.
En realidad, las escaleras desempe-
fiaron un papel muy significativo en la
vida de la comunidad. Hace afios, para
el Dia de los Difuntos, se colo-
caban coronas de flores ante la placa
de bronce que estA fijada en la base
original del asta de bandera para
honrar a los hombres de la Zona
caidos en la Primera Guerra Mundial.
El 4 de Julio, se colocaban mesas de
venta de refrescos en la terraza de
concrete alrededor del edificio, y las
escaleras se Ilenaban de publico que
observaba la banda de m6sica que


marchaba abajo en el circulo de
hierba.
Hoy dia, son pocos los que suben
y bajan los 113 escalones que el arqui-
tecto Lord disefi6 tan cuidadosamen-
te para enfatizar la majestuosa bajada
desde el edificio hasta el Prado, efecto
que hoy se encuentra interrumpido
por la presencia del Monumento a
Goethals.
Los afios han traido consigo mu-
chos cambios al Edificio de Adminis-
traci6n. Algunas oficinas han sido
mudadas de un piso a otro, y en
algunos casos a otros edificios. Mu-
chas ventanas han sido selladas y se
han creado otras donde no existian
antes. Las mesas de billar y los cuartos
de lectura son cosas del pasado. Los
cheques son cambiados en la b6veda
del s6tano en la cual se guardaban va-
liosos documents. Las cicatrices en
el reten de concrete al final de cada
ala del edificio son todo lo que quedan
de la era que estaba provisto de argo-
llas para amarrar los caballos. Cuando
el Gobernador Parfitt baje las esca-
leras por 61tima vez, la Oficina del
Gobernador se convertird en la Ofici-
na del Administrador. Pero el viejo
reloj de pendulo de su oficina, que
data desde la 6poca de los franceses,
continuarA marcando el pasar del
tiempo. Y las escaleras de mArmol
rosado de Tennessee seguirAn des-
gastAndose y nos harAn recorder que
el pasado y el present se funden en
la historic.


El Coronel George W. Goethals fue el primer gobernador de la Zona del Canal que us6 esta oficina en el segundo piso
que domina el poblado de Balboa, y el Mayor General H. R. Parfitt es el Oltimo.


THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafiol 13







L CASA DEL GOBERNADOR,
el edificio mas estrechamente
ligado a la construcci6n del Canal de
Panama, pasara a ser la residencia
official del Administrador de la Comi.
si6n del Canal de PanamA, con la par.
tida del Gobernador Harold R. Parfitt,
el ultilro Gobernador de la Zona del
Canal.
Construida como residencia del
Ingeniero Jefe de la Comisi6n del
Canal Istmico, la hist6rica casa estaba
situada en el poblado de Culebra, en
los Dias de la Construcci6n. Domina-
ba lo que hoy se conoce como Corte
Gaillard. Su primer ocupante, John F.
Stevens, cancel6 el proyecto para la
construcci6n de una nueva y lujosa
residencia para el ingeniero jefe que se
estaba construyendo en Anc6n por-
que queria una casa sencilla y cerca de
su lugar de trabajo. El edificio
originalmente destinado para ser la
residencia official, es actualmente el
Edificio de la Corte del Distrito. Un
articulo sobre ese edificio aparece en
la pagina 24.
El Teniente Coronel George W.
Goethals se mud6 a la casa en 1907
cuando reemplaz6 a John F. Stevens
como Ingeniero Jefe. Puesto que
Goethals era a la vez president de la
Comisi6n del Canal Istmico, dicha
casa, distinguida con el N" 159, se
convirti6 en residencia del ejecutivo
encargado de la Zona del Canal.
Cuando la Casa del Gobernador
estaba en Culebra, alli se hospedaban
los visitantes oficiales que venian a
observer la construcci6n del Canal.
Muchos de ellos expresaron su pesar
de que tan c6moda residencia tuviera
que ser desmantelada y que el pobla-
do, con su atractiva vegetaci6n tropi
cal, tuviera que ser abandonado al
terminarse la via interoceAnica.
Esa casa y otros edillclos fueron
desmantelados en 1914, las diferentes
secciones fueron cuidadosamente nu-
meradas y trasladadas en vagones de
plataforma a sus nuevos lugares en
Balboa Heights. De acuerdo con los
registros, la Casa del Gobernador
cost $19,773 en 1906. Cost6 casi lo
mismo, $16,300, trasladarla de Cule.
bra y volverla a erigir en Balboa
Heights, en 1914.
A pesar de que cada Gobernador
le ha hecho algunos cambios, la casa,
situada en una de las laderas del Cerro
Anc6n, residencia official de los
Gobernadores de la Zona del Canal
durante mAs de 60 aflos, es bAsica


Un Vinculo

Con el Pasado
mente la misma.
El Coronel Chester Harding, Go-
bernador desde 1917 hasta 1921, le
ainadi6 la puerta cochera a la entrada,
sobre el camino circular de access.
Durante la administraci6n del Coronel
Meriwether L. Walker, de 1924 a 1928,
se le hicieron algunas alteraciones
generals, la pnncipal de las cuales
fue la ampliaci6n de la galeria a casi el
double de su ancho original. El equipo
y muebles originales fueron cambia-
dos en su mayor parte, durante la
administraci6n del Coronel Harry
Burgess, de 1928 a 1932. Fue entonces
cuando la Casa del Gobernador ad.
quiri6 sus primeros juegos de porce.
lana y plateria con el sello de la Zona
del Canal. En esa epoca los manteles
y ropa de cama tambien fueron tejidos
con el sello de la Zona del Canal.
En 1959 y 1960, se le hicieron impor-
tantes cambios, bajo la supervisl6n
del Gobernador W. T. Potter y su
esposa quienes, por salvaguardar lo
hist6rico y la tradici6n, rechazaron el
proyecto de construir una residencia
official completamente nueva. Con-
servaron en cambio el estilo original
de la casa, con sus amplias galerias,
altos cielos rasos y grandes y elegan.
tes salones, caracteristicos de los dias
de la construcci6n. Se reforzaron las
paredes y las bases y en la plant baja,
el piso de madera fue reemplazado
con mosaicos. La escalera fue cam-
biada de lugar y se construy6 una
modern secci6n de servicio. Ade-
m6s, una pequefia habitaci6n, un
bafio y una biblioteca, situados en la
plant baja, fueron convertidos en un
c6modo alojamiento para huespedes.
Siempre que fue possible, los materna
les fueron obtenidos en PanamA, in-
cluso los mosaicos del primer piso y
las puertas ornamentales del jardin.
La elegant mesa de comedor, esti-
lo Chippendale, sus 22 sillas, el apara.
dor y las dos mesas de servir fueron
hechas con caoba del pais por la
Division de Mantenimiento, en reem-
plazo de los muebles utilizados desde
los tiempos del Coronel Goethals.
Frente a la casa se instal6 una fuen.
te y en el patio un estanque para peces
y otra fuente. Se construy6 un reten
para terraplenar los jardines y se em.
bellecieron los alrededores de la casa.


Durante el period del Gobernador
Walter P. Leber la casa fue totalmente
dotada de aire acondicionado. En
1971, durante la administraci6n del
Gobernador David S. Parker se le
afiadi6 un portal para desayunos,
siguiendo el mismo estilo arquitec-
t6nico del edificio.
En la Casa del Gobernador se cele-
bran cenas y almuerzos formales para
10 y hasta 60 invitados, y caf6s, tes,
cenas y recepciones informales en que
se atienden de 200 a 300 invitados. En
estas ocasiones se utilizan las espacio-
sas Areas dentro de la casa, asi como
el patio y el jardin. Como protecci6n
contra los repentinos aguaceros que
ocurren, durante la estaci6n Iluviosa,
de mayo a diciembre, se coloca un
gigantesco toldo que cubre casi todo
el patio.
En los altos de la casa estAn las habi-
taciones de la familiar. Hay un gran
sal6n, dos dormitories grandes con
sus bafios, un studio, un ala con un
dormitorio pequefio con su bafio y un
cuarto auxiliar. La mayoria de los
muebles pertenecen a la familiar que
ocupa la residencia. Los muebles de
la plant baja pertenecen a la casa.
Durante los afios que han pasado,
desde que la casa estaba en Culebra y
despu-s que fue trasladada a Balboa
Heights, muchos personajes ilustres
de muc hos paises, incluso presidents
de PanamA y los Estados Unidos, han
sido hubspedes de la seforial casa.
Muchos de los nombres que apare-
cen en la larga e impresionante lista
de visitantes que han sido atendidos
en la casa por el Gobernador Parfitt y
Sra., desde su nombramiento el 24 de
marzo de 1975, acudieron al Istmo
con motive de las negociaciones y la
ratificaci6n de los tratados del Canal
de Panama.
Entre los que aparecen en la lista,
que es como un "Quien es Quien" en
el mundo de los negocios, circulos
civicos y politicos estadounidenses e
internacionales, figuran un gran nd-
mero de senadores y miembros de la
CAmara de Representantes.
Profesando un profundo aprecio
por la historic de la casa, los esposos
Parfitt han hecho un esfuerzo espe-
cial por invitar a los empleados del
Canal para que visiten la residencia,
sus amplias salas de recepci6n y los
jardines. Para las recepciones Navi-
defias, se extendi6 la invitaci6n a cada
miembro de la fuerza laboral del
Canal.
14 OCTUBRE 1l, 1979












































La casa segtn es vista desde el jardin y la galeria siguen siendo b6sicamente las mismas que en los dias de la construccidn, salvopor
la malla met6lica que fue reemplazada con vidrio cuando la casa fue totalmente dotada de aire acondicionado.
Abajo, a la derecha: el Gobernador Parfitt y sentora, pasean en el jardin.


THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafiol 15







Abalo a la izquierda Una pintura que
capta a la draga "Cascadas"
trabajando en el Canal es exhibrda
dentro de la entrada del frenIe. Abajo:
derecha Algunos de los muebles
de mimbre de la Caso de Huespedes
Tivoli v almohadas de mola
dan color local a una seccidn
del portal


Lista de Goberadores en Placa Hist6rica

Grabada en la placa, a la izquierda, en una de las paredes de la Casa, aparece la
siguiente leyenda:
"Trasladada desde su ubicaci6n original en Culebra, actualmente un poblado
de construcci6n abandonado al otro lado del Canal; la antigua 'N0 159' hasido la
residencia de los Gobernadores de la Zona del Canal desde entonces. De una
manera u otra, sus ocupantes han dejado su huella en la estructura. Le han hecho
cambios a los predios y modificaciones a su interior. Pero la casa sigue siendo
bAsicamente la misma que se construy6 en 1906 para su primer ocupante,
John F. Stevens, Ingeniero Jefe de la Comisi6n del Canal Istmico".
Tambi6n grabaron en la placa los nombres de los antiguos ocupantes, los
cuales incluyen 16 gobernadores de la Zona del Canal. El nombre del
Gobernador Harold R. Parfitt serc agregado cuando termine su period. La fami-
lia Goethals vivi6 en la casa durante el tiempo que estuvo en Culebra y tambibn
en Balboa Heights despubs que fue trasladada por un total de 10 afios, much
mAs tiempo que cualquier otra familiar. De los 16 exgobernadores de la Zona del
Canal, hay siete que aln viven. Los exgobernadores y sus afios de servicio son
los siguientes:


George W. Goethals
(1914-1917)
Chester Harding
(1917-1921)
Jay J. Morrow
(1921-1924)
M. .L. Walker
(1924-1928)
Harry Burgess
(1928.1932)
J. L Schley
(1932-1936)
C. S. Ridley
(1936 1940)
Glen E. Edgerton
(1940-1944)


J. C. Mehaffey
(1944-1948)
F. K. Newcomer
(1948-1952)
John S. Seybold
(1952-1956)
William E. Potter
(1956-1960)
W. A. Carter
(1960-1962)
Robert J. Fleming, Jr.
(1962 1967)
W. P. Leber
(1967-1971)
David S. Parker
(1971-1975)


Aunque nunra uwerar, pn la Casa del Gobernador arros Gobernadores de to Zona del Canal o unclonanos a quienes comain
menrese.le dia el rulo de Gobernadoa 'duranfr elpel rododeconsruc cdn delCanol. del4de mayode 1904 al3 dermarrode 1914
como paire de fo que tue la Comsdn del Canal Isimlco lueron d General George W Doaus. Gabemador dela Zona del Canal
lfmembro onginardela Comis.6n del Canal lsrmnico. 17demaao de 190Wa24de ayode 1905. CharlesE MagoonGobernadordela
Zona del Canal Jefe de Goberr.no Salubndad Imjembro de la ComLasdnl. 25 de maoo de 1905 a 12 de ocaubre de 190f( Richard R
Rogers Gobernador de laZona del Canal. Jele del Deprrameno de Leyes Gobierno 19de nouiembee 906a 31 de mazode
190' Joseph C 5 Blackburr. Jre del Deparlamenro de Adminstrracdn Ciil Im.embio de ta Comsidn). I de abni de 1907 4 de
d,c.embre de 1909. Maurc H Tharcher. Jele del Deparramento de Adminsrracdln Ciiul Imnembra de ao Comrsidn), mayode 1910 8
deagi rode 1913. RchardL Melcalle JeledelDeparram nirodeAdmni.slraci6nCaidlmlembrodela Comisl6n. .9deagoslode 1913
a 31 de marzo de 1914


16 OCTUBRE 1Q, 1979











































En esta pdgina: La entrada del frente
de la casa; el comedor, la mesa estd
puesta con la vajilla que lleva el sello
de la Zona del Canal; un pequeio
portal para desayunos; la sala est6
lena de flores frescas; y una sala de
estar que es part del alojamiento
para hudspedes.


THE PANAMA CANAL REVIEW En Espaiol 17























Por Fannie P. Hernandez

AL ABANDONAR EL EDIFICIO
de Asuntos Civiles en Anc6n,
el niio de 12 afos de edad sonrie al
mirar la fotografia en su nueva tarieta
de identificaci6n. La tarjeta, o "ID"
como todos la Ilaman, es serial de que
esta creciendo, casi un rito de
transici6n al mundo adulto en la Zona
del Canal.
Su madre sonrie tambien, mientras
camina hacia el auto con su hijo. Ella
recuerda otras ocasiones felices que
fueron marcadas por una visit a este
edificio. Recuerda la emoci6n cuando
sac6 su primer licencia de conducir a
los 17 anos de edad; afios mas tarde la
licencia de radioaficionado bien mere-
cida de su esposo y la adquisici6n
reciente de una placa para su nuevo
auto.
Ya sean antiguos residents o
recien Ilegados a la Zona del Canal,
tarde o temprano las families termi-
nan haciendo una visit al edificio de
poca altura y pintado de blanco, ubi-
cado a un lado de la Carretera Gaillard
que tiene un fuerte parecido a un
aeropuerto.
Para los antiguos residents de la
Zona del Canal, la eliminaci6n de la
torre de control y la adici6n de un
letrero de ne6n que dice "Drive Inn",
en una ala y la "Secci6n de Licencias"


Arriba El Edificio de Asuntos Civiles
hoy en dia. A la izqulerda: Saliendo de
la Seccidn de Licencias. Herbie
Raybourn compare la emocidn de su
primera tarjela de identificacion (ID)
con su madre, Jacquelne. Su padre,
Herb Raybourn, es el encargado de la -
Oficina de Servicios de Recreo,
en el segundo piso del edificio.


identificada con grandes letras negras
al otro lado no ha cambiado la apa-
riencia, seg6n ellos lo ven. Ain
recuerdan el movimiento de un aero-
puerto commercial, el cual fue por
various afios, y los aviones de helice
que pasaban por el Campo Albrook.
Los primeros vuelos comerciales en
Ilegar al Istmo aterrizaban en France
Field en el sector AtlAntico, donde la
Pan American Airways tenia un


Edificio de Asuntos

Civiles Combina

Negocio y Placer




pequenio edificio de madera que servia
como su terminal. En 1940, cuando la
PAA estableci6 vuelos tres veces por
semana desde Miami hasta la Zona del
Canal, tuvieron que trasladar las ope-
raciones al sector Pacifico porque
France Field era inadecuado para los
nuevos y grandes aviones cuatri-
motores.
A media que aumentaba el trAfico
commercial aereo, empez6 a interferir
con las actividades de emergencia de
la 6poca de guerra en la terminal del
Campo Aereo Albrook, y se lleg6 a la
conclusion que se deberia construir
una terminal para todo el servicio
commercial.
Con la asignaci6n de $1,880,000 del
Fondo de Emergencia del Presiden-
te, la terminal fue construida, junto


OCTUBRE 1l, 1979


- _------ -



















a- -- -- MRS:
-i ~ ...... _______________________


con un hangar, un pequefio edificio
de utilidades y otros accesorios. El
edificio y el hangar fueron disefia-
dos por un grupo de arquitectos e
ingenieros que trabajaban bajo la
direcci6n del Teniente Coronel Nor-
man J. Riebe, de lo que era conocido
entonces como la Divisi6n de Ingenie-
ria de Panama. El contrato fue otor-
gado a la Compaflia Tucker McClure
y Thompson-Markham con instruc-
clones de terminar el trabajo en 100
dias.
Cuando fue inaugurada el 19 de
junio de 1943, y entregada al Go-
bernador de la Zona del Canal para
su operaci6n, era una de las ter-
minales areas mAs hermosas, moder-
nas y mejor equipada que existia en
esta parte del mundo. El primer avi6n
en usar la nueva terminal fue de
Panagra que viajaba con destino a
Lima.
Estucos de concrete reforzados en
bloques de hormig6n y bloques de
vidrio fueron usados en la construc-
ci6n de los dos pisos principles, con
un cuarto de observaci6n de vidrio y
una torre de control en la parte supe-
rior. Su baja y aplanada construcci6n
ejemplific6 un disefio modern de los
primeros afios de la decada del 40 y
presentaba el menor possible peligro
para los aviones al aterrizar y despe-
gar. El exterior estaba pintado verde
aceituna en conformidad con los
reglamentos de tiempo de guerra.
Un medall6n de vitral fue colocado
en una ventana arriba de las puertas
de vidrio que se abrian por medio de
cululas electricas fotogrAficas, posi-
blemente las primeras en estas parties.
El medall6n, el cual fue disefiado por el
Coronel Riebe, combine el disefio de
un ala y una helice con las banderas de
los Estados Unidos y PanamA contra
una gavilla de banderas de todas las


naciones de la Uni6n Panamericana.
Bancas pesadas de madera esta-
ban colocadas en el espacioso sal6n
de espera y en el vestibulo principal
que se extendia hasta dos pisos. Un
mapa monolito del Hemisferio Occi-
dental con PanamA en el centro fue
colocado en el piso veneciano frente al
escritorio de informaci6n. El mapa
seria la causa de una queja formal por
un embajador suramericano que sos-
tenia que la frontera entire su pais y la
de un pais vecino no estaba correct.
A fin de evitar otra possible disputea
fronteriza" las barras angostas de
metal fueron eliminadas y el mapa fue
levantado de nuevo en un solo color.
Una caracteristica singular del
edificio fue el techo plano de brea y
felpa donde el agua permanecia du-
rante toda la estaci6n lluviosa. Se
esperaba que el agua proporcionara
insulaci6n adicional y como su tempe-
ratura era aproximadamente de 120
grades, era demasiado caliente para
permitir la cria de mosquitos.
Ya que la mayor parte de la cons-
trucci6n fue hecha despues que los
Estados Unidos ingres6 en la guerra,
hubo escasez de materials y tam-
bien prioridades. Donde los pianos
originales requerian acero, fue nece-
sario substituirlo con madera o hierro.
Materiales locales fueron empleados
donde fuera possible. Los pasamanos
de las escaleras fueron hechas de
caoba de Centro America, los com-
partimientos con Have para guardar
equipaje eran de madera en vez de
acero, y las tablillas del refrigerator
eran de caoba. El terrazo reemplaz6
el mArmol en la fachada.
Despues de la guerra, a media que
viajar por aereo adquiria popularidad
y la terminal se convirti6 en un eslab6n
de movimiento international entire
Norte y Sur America, habia un flujo


constant de diplomAticos y otros
dignatarios, hombres de negocio,
turistas y personalidades de cine.
Adolescentes de la localidad acudian a
la terminal cuando se enteraban de la
Ilegada de Clark Gable, Tyrone
Power, Cary Grant, Dolores del Rio,
Edward G. Robinson, Vincent Price y
muchas otras celebridades.
"Una persona de suma importan-
cia" que pas6 por aqui fue un maha-
rajA indostands que una hora despues
que su avi6n despeg6 descubri6 que
habia dejado su sobretodo en la ter-
minal. El avi6n tuvo que regresar por
el sobretodo. Otro incident que
caus6 un gran alboroto fue un tiroteo
en la terminal entire un miembro de la
familiar Somoza de Nicaragua y un
enemigo politico.
Cuando el Aeropuerto de Tocumen
fue inaugurado en septiembre de
1949, la terminal fue convertida en
locales para oficinas de la Oficina de
Asuntos Piblicos, como los Asuntos
Civiles eran conocidos entonces.
La Administraci6n Federal de Avia-
ci6n conserve sus oficinas alli hasta
1962, cuando fue trasladada a su
actual ubicaci6n.
Durante los 6ltimos 30 afos, el
edificio ha sido la sede de la Direcci6n
de Asuntos Civiles, la direcci6n del
Gobierno de la Zona del Canal res-



Una vista de la recien inaugurada
Terminal AMrea de la Zona del Canal,
pintada verde aceituna para conformar
con los reglamentos de la dpoca de
guerra, demuestra el hangar y parte de
la pista de aterrizaje.
A la extrema derecha, dos carros de
turismo con cubiertas de lona,
taxis de la decada del 40, aguardan
a los pasajeros.


THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafiol 19






ponsable por la educac6in public,
protecci6n policial y contra incendios,
servicio de correos, aduana y servi-
cios de licencias. otras funclones
gubernamentales, y hogar de la
Biblioteca Museo.
La Biblioteca fue la primera en


trasladarse a su nueva ubicaci6n en el
ala izquierda del segundo piso la cual
incluy6 el antiguo entrepiso, transfi-
riendose en noviembre de 1949 del
primer piso del Edificio de Adminis-
traci6n. El Museo se mud6 a fines de
1950 a lo que habia sido la sala de


-~--

S".- .-:. ',,, . -i2 _ 'ai... - .. -
El ovi6n cuatrimotor Boeing de la Pan American Airways se abastece
de combustible en la Terminal Adrea de la Zona del Canal antes de iniciar
su Luelo de la Zona del Canal con destino a Miami.


-P II


Repisas para libros son colocadas en sitios mds cdmodos y
amphos en el segundo piso de la anrigua terminal area se traslad6
la Biblioteca en nouiembre de 1949.
I a---- -~~ -


'1ICr ~r~L~b~r~-~Pi;qi


espera del primer piso y el Area que
dominaba el campo de aviaci6n.
Cuando el edificio de la terminal fue
entregado a la Direcci6n de Asun-
tos Civiles, necesit6 un nuevo nom-
bre. Entre las sugerencias sometidas
figuraban, Edificio Mcllvaine o Sal6n
Mcllvaine, en honor de C. A. Mc-
Ilvaine, que fue el secretario ejecutivo
del Canal de PanamA desde 1914
hasta 1940; Sal6n Goethals "con un
busto de e1 en el vestibulo"; y Edificio
de Funciones Civiles. El Gobernador
de la Zona del Canal F. K. Newcomer
dijo que creia que el Edificio de la
Biblioteca era "adecuado y apropia-
do", y asi fue como se le llam6 hasta el
22 de mayo de 1950, fecha en que fue
oficialmente designado el Edificio de
Asuntos Civiles.
Ese mismo aijo, las oficinas admi-
nistrativas de la Divisi6n de Escuelas
se mudaron de la Escuela Primaria de
Balboa para ocupar el ala derecha
del primer piso.
La oficina de licencias se mud6 de la
Estaci6n de Policia en el lado opuesto
de la Escuela Primaria de Balboa al
Area que habia sido la secci6n para el
despacho de correspondencia area
y almacenaje de las Aduanas de
Panama.
Las divisions de la Policia y de
Bomberos, las cuales hasta 1950 eran
una division, cada cual estableci6 su
sede en el edificio a mediados de la
d&cada del 50; la Divisi6n de Bom-
beros ocup6 un Area en el ala izquier-
da del primer piso que por un tiempo
habia sido el local del ramo de la Divi-
si6n de Correos para la venta de giros
postales y certificados postales; y la
Divisi6n de la Policia se ubic6 en el
Area del segundo piso anteriormente
ocupado por las oficinas de las lines
areas.
El Servicio de Correos de la Zona
del Canal y su Agencia Filatelica se
mudaron al cuarto de observaci6n del
tercer piso done los empleados dis-
frutaban de un paisaje privilegiado.
Desde sus escritorios, podian seguir la
cima de los buques que transitaban el
Canal, los trenes que pasaban, y los
aviones que aterrizaban y despegaban
de Albrook.
Desde su creaci6n en 1963, la Ofici-
na de Servicios de Recreo ha estado
ubicada en el segundo piso, y cuando
la Division de Protecci6n del Canal
fue designada la quinta division de la
Direcci6n de Asuntos Civiles, ocup6
espacio en el ala derecha del segundo

20 OCTUBRE 1. 1979






piso. Cuando la Defensa Civil fue
parte de la Direcci6n de Asuntos Civi-
les, tambidn tenia una oficina alli.
La operaci6n de la torre de control
fue transferida al Aeropuerto de
Tocumen cuando cerr6 la terminal.
Cinco directors han servido como
administradores de la Direcci6n de
Asuntos Civiles durante un period
aproximadamente de 30 ailos. El
Coronel Richardson Selee (jubilado)
fue nombrado el primer director
cuando se realize la primera reorgani-
zaci6n de las unidades de operaci6n
del Canal de Panama y del Ferrocarril
de Panama en julio de 1950. Cuando
Selee dej6 el Canal en octubre de
1953, Henry L. Donovan fue nombra-
do para reemplazarlo y prest6 servicio
hasta su jubilaci6n en agosto de 1961.
Bernhard I. (Emo) Everson fue el ter-
cer director de Asunto Civiles y sirvi6
en esa capacidad hasta octubre de
1973 cuando se acogi6 a la jubilaci6n.
Fue reemplazado por Francis A.
Castles que se jubil6 en febrero de
1977 y Fred A. Cotton fue nombrado
el quinto y 61timo director de Asuntos
Civiles.
Con la desaparici6n del Gobierno
de la Zona del Canal al entrar en vigen-
cia el Tratado del Canal de Panama,
el titulo de propiedad del Edificio de
Asuntos Civiles ha sido transferido a
la Rep6blica de Panama.
El Tratado, no obstante, proporcio-
na a la Comisi6n del Canal de Pana-
m6 el uso de cierto espacio para ofici-
nas dentro del edificio durante el
period de transici6n para las activi-
dades que tengan relaci6n con la
administraci6n, operaci6n o manteni-
miento del Canal de Panama. El Tra-
tado tambien permit a la Comisi6n
administrar y mantener la biblioteca-
museo, capacitando a la biblioteca a
ofrecer servicios maximos desde el
edificio.
Seg6n la nueva empresa de la Comi-
si6n, las sedes de las divisions de la
Policia, Bomberos y Protecci6n del
Canal permanecerAn en dicho edificio
de 12 a 14 meses, hasta que esten
listas sus nuevas sedes en el antiguo
edificio del almacen de ventas de
articulos para el hogar, de Balboa.
Antes de realizarse este traslado per-
manente estas divisions compartirAn
el edificio con las oficinas del Gobier-
no de Panama incluyendo la oficina
principal de la corte municipal de trAn-
sito de Panama y las oficinas de
licencias y registros de Panama.


AI
J ,72 --7










.=. .. m

Estemedll~ de ~ldlo e coor _lglhc qt~ eledl~oo ue na Z


n aerpuerl


Antiguas empleadas del Edificio de Asuntos Civiles escuchan atentamente
a la Encargada de la Biblioteca Beverly Williams (1951) en los moments
que relata a sus compaiieras de trabajo de muchos aiios la historic
de la pintura al 6leo del Half Way House que estd colgada en el segundo
piso. De izquierda a derecha: Rhoda Fox (Secci6n de Licencias, 1950),
Peggy Zeimetz (Oficina del Director, 1953), Billy Hultin (Oficina del
Director, 1961), Cecilia Vaz (Escuelas, 1951), y Doris Etchberger
(Escuelas, 1949). Katherine Melanson (Seccidn de Licencias, 1951)
no estuvo present cuando se tom6 esta fotografia.


THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafiol 21







Por Janet Len-Rios


EL PRIMER HOSPITAL EN EL
Istmo de Panama que sirvi6 al
Canal fue L'Hospital Central du
PanamA construido por la Compafila
del Canal Frances en 1882 en Anc6n
cerca del actual sitio del Edificio de
Logistica. La mAs reciente construc-
ci6n de grandes proporciones en el
hospital de la Zona del Canal fue la
terminaci6n en 1977 de dos pilonesde
hormig6n agregados al edificio princi-
pal del Hospital Gorgas con el objeto
de absorber las fuerzas destructivas
de los terremotos intensos.
Con el traspaso de la administra-
ci6n francesa a la norteamericana se
cambi6 el nombre de L'Hospital
Central du PanamA a Hospital Anc6n
en 1905.
Las instalaciones medicas han sido,
desde el comienzo, dotadas de per-
sonal medico sobresaliente, particu-
larmente bien conocido en el campo
de la medicine tropical. El hospital de
Anc6n ha tenido su propio laboratorio
desde 1905.
Con el cierre del period de la
construcci6n del Canal y la consi-
guiente disminuci6n de la fuerza labo-
ral a niveles operacionales, muchos de
los edificios en el extenso complejo
de Anc6n, que ya estaban en deterio
ro de todas maneras, ya no se necesi-
taban; de modo que una instalaci6n
mAs pequefia, mAs modern y m6s
centralizada fue proyectada. El "nue-
vo" Hospital Anc6n fue terminado en
abril de 1919.


Historia de los Hospitales en la Zona


Una Cronologia de Cambios

22 OCTUBRE 1Q, 1979


En marzo de 1928, mediante Reso-
luci6n Conjunta del Congreso, el
Hospital Anc6n fue nombrado de
nuevo en memorial del Mayor General
William Crawford Gorgas, el primer
Jefe de Sanidad de la Zona del Canal,
por su labor en library al Istmo del
mosquito Aedes aegypti, el portador
de la terrible fiebre amarilla la cual
habia causado sufrimiento human y
cobrado un tremendo numero de
victims durante los primeros dias
de la construcci6n del Canal.
Con el event de la Segunda
Guerra Mundial surgi6 una urgente
necesidad de ampliar los servicios
medicos a instalaciones ya recargadas
con motive del gran ntimero de traba-
jadores que Ilegaron para trabajar en
el proyecto del tercer juego de esclu-
sas. Las instalaciones fueron agran-
dadas y se construyeron hospitals en
las distintas bases militares. La
modernizaci6n ha continuado y el
actual edificio principal del Hospital
Gorgas fue completado en 1965.
La flexibilidad ha sido una carac-
teristica de los servicios medicos en la
Zona del Canal. Con estos antece-
dentes, no serA de extrafiar que ya
hay otro cambio en proyecto. El
1 de octrubre, con la entrada en
vigencia del tratado, la jurisdicci6n
sobre las instalaciones medicas de la
Zona del Canal sera transferida al
Departamento de Defensa de los
Estados Unidos.


Vista area del Hospital Gorgas
en el sector Pacffico del Istmo y, a la
derecha, el Hospital Coco Solo
en el sector Atldntico.





































E STE EDIFICIO DE BLOQUES
de concrete, ubicado al pie del
Cerro Anc6n aunque originalmente
era considerado como el "Edificio de
Administraci6n Permanente" sirvi6
ese prop6sito menos de una decada,
antes de ser convertido en la sede
de la Corte del Distrito de los
Estados Unidos para la Zona del
tCanal.
El esparcido hito de tres pisos
con un Ilamativo panorama de
PanamA, estaba destinado pnmero a
ser la residencia permanent del
gobernador de la Zona del Canal.
Seguin un informed de la Comisi6n
del Canal del Istmo, cuando la casa
fue terminada habia costado
aproximadamente $200,000 y debia
tener 15 habitaciones, cada una con
su bafio pnvado, un jardin bajo
techo y un sal6n de recepciones de
55 por 48 pies. Se necesitaria entire
12 y 15 sirvientes para mantenerla.
A finales del aiio 1906, antes de
que se terminara la parte exterior, el
Ingeniero Jefe Stevens orden6
convertirlo en Edificio de
Administraci6n, y para enero de
1908 estaba listo para que los
funcionanos de la Comisi6n del
Canal del Istmo lo ocuparan. Los


primeros ocupantes fueron los jefes
del Departamento de Administra-
ci6n Civil; la Divisi6n de Correos,
Aduanas e Ingresos; y el Secretario
de la Comisi6n.
En septiembre de 1914, cuando se
complete el traslado al "nuevo"


Un Sal6n de Baile

Que Resultd Ser

Corte de Justicia
Edificio de Administraci6n en Balboa
Heights, s6lo quedaban las oficinas
del Abogado Especial, el depar-
tamento legal y un ramo de la
oficina de pagaduria. El afo
siguiente, el cuartel general de las
tropas de los Estados Unidos en la
Zona del Canal fue temporalmente
ubicado en el segundo piso de dicho
edificio.
Exactamente cuando fue que se
decidi6 convertir el edificio a su
actual uso no esta claro. Un
memorAndum para el Gobernador
del Intendente de Construcci6n,
fechado el 24 de noviembre de 1914,
en el cual autorizan las reparaciones


y modificaciones a un costo de
$29,000 Ileva una nota escrita a
mano en la cual dice que la plant
baja deberia ser usada como una
Corte del Distrito.
En diciembre el intendente
recomend6 que la antigua oficina de
salubridad en el primer piso fuese
usada como una sala de tribunal y
que los segundo y tercer pisos
fuesen convertidos en alojamientos
de calidad superior para los
funcionarios solteros a fin de
"brindarnos un poco de alivio al
apifiamiento que ha existido durante
much tiempo en Anc6n".
De todos modos, modificaciones
extensas fueron llevadas a cabo y
en febrero de 1916 las oficinas de la
Corte del Distrito de los Estados
Unidos se mudaron a su nueva
ubicaci6n. La sala del tribunal era el
sal6n grande al frente del edificio, la
cual orginalmente iba a ser el sal6n
de baile.
Despues de la puesta en vigencia
del nuevo tratado del Canal de
PanamA la Corte del Distrito de los
Estados Unidos continuarA
celebrando sesiones en este edificio
durante el period de transici6n de
30 meses.


OCTUBRE 1Q, 1979













Hay Muchas Replicas

Del Sello de la Zona


I Por Pandora Gerard Aleman
SE DICE QUE EL GENERAL DE
Division George W. Davis, pri-
mer Gobernador de la Zona del Canal,
coment6 en 1905 que el Sello de la
Zona del Canal seria un simbolo eter-
no en el Istmo. Sus palabras parecen
ir6nicas hoy en dia, en que la Zona del
Canal estA a punto de desaparecer de
los mapas del mundo y el sello mismo
pasarA a la historic.
El sello represent un hecho com6n
y corriente en el Istmo, y ha sido usado
como distintivo en los uniforms de la
Policia de la Zona del Canal, en carros
oficiales, en una column detrAs de la
rotonda del Edificio de la Administra-
ci6n, en la bandera del Gobernador,
en el membrete official, en formularios,
en estampillas de correos, y hasta en
las places creadas por la Sociedad del
Canal de Panama en la Florida para
servir de identificaci6n a todos los
jubilados de la Zona del Canal que
viven en los Estados Unidos. Replicas
pintadas a mano han sido presentadas
a visitantes distinguidos, tales como
congresistas, miembros de la Junta de
Directores del Canal de Panama,
miembros del Colegio de Guerra
Industrial, y diplomAticos extranjeros.
La creaci6n del sello fue, pudiera
decirse, un acto de fe en la empresa
canalera, ya que cuando fue conce-
bido, el Canal de Panama era un
suefio (ipesadilla!) en un lugar infec-
tado de mosquitos donde Ilovia a
c6ntaros.
La Comisi6n del Canal del Istmo
declar6 en 1904 que "el Secretario
Ejecutivo estaria a cargo del sello del
Gobierno de la Zona del Canal, y que
seria testigo de todos los actos del
Gobernador que por ley deben Ilevar-
se a cabo bajo dicho sello".
Esta ha sido la funci6n real del sello
official, cuyo hogar ha sido, desde
1906, la oficina del Secretario Ejecu-
tivo: autenticar los documents lega-
les y oficiales, especialmente aquellos


que fueran a usarse fuera de la juris-
dicci6n de la Zona del Canal. Junto
con la firma del Secretario Ejecutivo,
el sello impreso da fe de la autenti-
cidad y validez de los actos oficiales.
A traves de los afios, el Secretario
Ejecutivo y los miembros de su perso-
nal administrative han tenido amplia
oportunidad para ejercer su funci6n
official. El sello y la firma han sido es-
tampados en miles de documents,
Ilegando hasta 5,000 en un afio, desde
documents de libertad condicional y
de indulto hasta nombramientos de
notarios p6blicos.
Despues de haber decidido crear el
sello, la Comisi6n del Canal empren-
di6 la b6squeda de un disefio apropia-
do. No todo se sabe en cuanto a los
origenes del sello, pero aparentemen-
te tanto el Gobernador Davis como
Gaillard Hunt, un antiguo funcionario
del Departamento de Estado, partici-
paron en el disefio, y hay tambien al-
gunas caracteristicas que provienen
de los constructores del canal frances.
En 1905 el Gobernador Davis escri-
bi6: "El motivo de mi disefio fue, pri-
mero, cumplir con la ley-segundo,
darle un carActer esencial de canal
interoceAnico, porque tal es la obliga-
ci6n de los Estados Unidos-hacer un
canal, unir los mares en beneficio de la
humanidad-y yo, por lo tanto, adop-
t6 un lema que expresa tal idea".
"Por supuesto", continue, "es bien
conocido que el Sr. DeLesseps adop-
t6 un lema para su Compafiia (del
Canal Frances), cuya idea fue la de
dividir los continents para beneficio
de la humanidad".
En 1905 la firma Tiffany y Compafia
de la Ciudad de Nueva York present
various disefios de sellos al Departa-
mento de Estado y la Comisi6n del
Canal Istmico. El Sr. Hunt recomend6
uno que fue adoptado al aflo siguiente
despues que el president de la Comi-
si6n cambi6 el original, usando la pala-
bra "land" en vez de "earth," y redujo


_ _I~


Rdplicas aparecen en la medalla de pista
Traci Cotton; plato y placa de bronce
por el artist Alwyn Sprague; y en
articulos del almacen de ventas al
por menor exhibidos por Viola Dixon,
izquierda, y Beverly Kinsey.


THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafiol 25


el tamafio de las velas del Io'nl..I
espafiol.
Entonces Titlarin,' hizo un disposi-
tivo de tamafio extraordinario para
grabar el sello en documents oficiales
que ha prestado gran servicio en los
6ltimos 63 afios.
Empero, el. disefio a colors hecho
por Tiffany para el sello, el cual toda-
via se puede ver en el Edificio de la
Administraci6n, es en ciertos aspec-
tos notablemente diferente que el tan
conocido emblema de hoy. Consta de
un escudo con una cinta en la parte
inferior; no tiene marco. El gale6n
espafiol que aparece cruzando el
canal en la parte inferior del escudo es






color chocolate y lleva una bandera
anaranjada con blanco. Las orillas del
Canal son chocolate, con hierba
verde, y el agua es azul con reflejos
amarillos y dorados del cielo color
naranja pAlido a la puesta del sol.
Debajo hay una cinta color celeste que
leva el lema "La tierra dividida, el
mundo unido" en letras de color oro-
metAlico.
Y asi hubiera quedado el sello, si el
President Woodrow Wilson no hu-
biera decretado en 1915 que elGober-
nador del Canal de Panama tuviera
una bandera distintiva especial, con el
sello, para su uso en ceremonies ofi-
ciales. El decreto presidential da la
primera descripci6n official del sello:
"El sello consta de un escudo, el
cual muestra en su base un gale6n es-
pafol del slglo XV navegando a today
vela entire dos orillas altas, todo pir-
pura, el cielo amarillo por los colors
del atardecer; en la parte superior
estAn los colors her6ldicos de los
Estados Unidos. Debajo del escudo se
encuentra el lema: 'iLa tierra dividida,
OI m-n,-A -An-lI' "


Dororhy Cogwell adhere el sell
a un documento official usando el
dispositivo para grabar en relieve
confeccionado por Tiffany
Hay diferencias obvias entire la des
cripc16n del Presidente Wilson y la
realizacl6n de Tiffany. Por lo tanto,
como bien lo dice oficialmente la His-
t6rica Descripci6n del Sello de la Zona
del Canal, "por afios, las reproduccio.
nes a colors del sell han sido pro-
blemAticas y se han cometido errors
en el arreglo de los colors blanco y
rojo en las barras en la parte superior
del escudo y en los diferentes matices".
Para empeorar las cosas, con el
correr de los afios, a media que la


descripci6n official se reimprimia, se
cometi6 un error que pas6 desaperci
bido y fue inmortalizado en la placa de
bronce que esta debajo del sello en la
pilasira que estr fuera de la rotonda.
Mientras que el Presidente Wilson
habla de "dos orillas alias, iodo pur.
pura" ipurpura es un termino herAl-
dico que significa morado), la version
que Ileva el error tipografico dice, "dos
orillas alias, para todo proposito".
Finalmente, en 1956, se decidi6
resolver definitivamente el problema
del esquema de color apropiado.
Varios empleados del Ramo de Arqul.
tectura de la Divisi6n de Ingenieria
pintaron disefios basados en la des.
cnpci6n del Presidente Wilson. De
entire todos 6stos, el Gobernador Inte-
rino Herman W. Schull Jr., selecciono
la de Franklin Kwai Ben como la mas
fel interprelaci6n de la descripci6n
official.
En busqueda de un disefio impre
sionante que fuera digno para el sello,
Kwai Ben hizo 20 esquemas de colo.
res dilerentes. Sin embargo habia uno
que era su lavorto. Se trataba de un
esquema simplificado, con el casco del
barco, el agua y las orillas del Canal en
color purpura. Le puso un borde cir-
cular azul en que estaban inscrtas las
palabras "Sello de la Zona del Canal
del Istmo de Panama" en letras
amarillo-doradas. El favorlto de Kwai
Ben result ser el favorite tambiln del
Gobernador Inierino Schull.
Aun cuando el esquema cromAtico
de Kwai Ben fue adoptado hace 23
afios, y aun cuando durante un tiempo
el reprodulo fielmente esos colors al
pintar replicas para regalos a personas
importantes, no todo sello que existe
se ajusta el esquema cromAtico official.
Un numero limitado de reproduce.
clones del sello en resina de epoxia se
hicieron con una matriz disefiada por


el Servicio de Mapas del E)6rcito en
Washington, D. C., y fueron pintadas
a mano en el Istmo en 1969 para ser
regaladas a visitantes distinguidos.
Fue una de 6stas que encontr6 su
lugar en la rotonda.
Aunque muchos se han guiado por
el disefio de Kwai Ben, el buen obser-
vador puede notar que el ingenio y el
gusto de cada artist y, quizAs, los
colors que haya tenido a mano han
influido sobre la ejecuci6n del disefio.
Se pueden ver riberas azules y agua
azul con olas blancas; atardeceres con
colors que van desde naranja-amar-
llo opaco hasta rolo brillante; y bande.
ras de various colors ondeando a lo
alto del mAsltl del gale6n-en fin, toda
la gama de matices que distingue los
artefactos pintados a mano de aque.
Ilos que han sido producidos en masa.
Desde que el sello fue adoptado, se
han recibido cientos de cartas de
coleccionistas de sellos oficiales pi-
diendo una impresi6n y de aquellos
que desean reproducir el sello-en
libros, en prendas de recuerdo, en
paiiuelos y camisas, en bordados. A
raiz de la ratificaci6n del Tratado del
Canal de Panama de 1977, los colec-
cionistas redoblaron sus esfuerzos
por monopolizar el mercado de cosas
memorables de la Zona del Canal-
adquiriendo toda clase de articulos,
desde molas hasta estampillas, que
Ileven o esten marcados con el sello.
Asi Ilegamos al fin de una era. El
Sello de la Zona del Canal es obso-
leto. Sin embargo, se espera que
algunos elements o parties del sello
puedan resurgir en un nuevo distintivo
que sea adoptado por la Comisi6n del
Canal de PanamA asi como el suefio
simbolizado por el sello sigue vigente
en la realidad de un Canal interoceAni-
co que divide las Americas y une al
mundo.


I I Tras 29 Aios, Pasa a la Historia

Y: El Sello de la Compania del Canal

El Sello del Canal de Panama fue creado despubs de la reorganizaci6n del
Canal de Panama y la Compaiia del Ferrocarril de PanamA en julio de 1950.
Disefiado por la Divisi6n de Ingenieria, el Sello muestra la cAmara inferior
de una de las esclusas. La proa de un buque de la Linea de PanamA se eleva
imponente sobre la cAmara superior tras de una compuerta cerrada.
Inscrito en el Sello estA "La Companiia del Canal de Panama 1950".
Este Sello junto con el Gobierno de la Zona del Canal, pasarAn a la historic
del Canal de PanamA al establecerse la nueva Agencia del Gobiero de los
EE.UU., la Comisi6n del Canal de PanamA, que seguirA administrando la via
interoceAnica durante la vigencia del tratado.


OCTUBRE 19, 1979






Nueva Medalla del Canal

Simboliza Grandes Cambios


El fin de una era es conmemorada con una medalla de bronce que ha sido
otorgada a todos los empleados permanentes con un minimo de un afio de
servicio en la Compania del Canal de Panama o el Gobierno de la Zona del Canal
y que figuraban en la n6mina el 30 de septiembre de 1979. La medalla tiene
11/4 pulgadas de diAmetro, casi igual al tamafio de la Medalla Roosevelt, y estA6
suspendida por una barrita que Ileva grabada la fecha antes mencionada.
En el anverso aparece el sello de la Compania del Canal de Panama y en el
reverse el sello del Gobierno de la Zona del Canal. Las medallas estAn numeradas
comenzando con 00001. Fueron distribuidas a los empleados conjuntamente d
con un certificado que lleva el mismo n6mero de series. La Medalla
Conmemorativa de la Compafiia del Canal de PanamA y el Gobierno de la Zona
del Canal es la quinta medalla del Canal en ser emitida y fue acufiada por la
Medallic Art Company, Danbury, Connecticut.

Las escenas de la vida en la Zona del Canal que aparecen en los certificados de
reconocimiento son grabados por Dan A. Fiori, especialista en
producciones audiovisuales en la Divisi6n de Escuelas.


THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafiol 27
















Medallas



Del Canal



En Hist6rica



Trayectoria


AS CONQUISTAS HUMANS,
sean triunfos atleticos, como
las Olimpiadas griegas o las hazanas
de ingenieria, como la construcci6n
de la via acuAtica que un16 los oceanos
Atlantico y Pacifico, siempre han sido
reconocidas o conmemoradas simb6-
licamente. En la era de los griegos y los
romanos, se premiaban las hazaias
con la corona de laurel. Hoy dia la
medalla se usa para ese prop6silo.
Por lo menos cinco veces desde que
los Estados Unidos emprendl6 la
construcci6n de la via acuAtica a raiz
del fallido intent de los franceses, se
han acunado medallas que ilustran el
Canal de Panama.
La Medalla Roosevelt, de 1 'pulga.
das de diAmetro, comenz6 a otorgarse
a part de 1909 a los empleados civles
de cludadania estadounidense con un
minimo de dos aios de servicio satis-
factorio en la compania encargada de
construir el Canal o en la Compafiia
del Ferrocarril de Panama durante el
period comprendido entire el 4 de
mayo de 1904 y el 31 de diciembre de
1914.
Confeccionadas de "chatarra fran-
cesa", bronce y cobre tornado del


equipo abandonado por los franceses.
la medalla tiene por un lado un busto
del Presidente Roosevelt y en el otro
aparecen vapores en transito por el
Corte Culebra.
La Medalla de Terminaci6n del
Canal de Panama que conmemoraba
la apertura del Canal, el 15 de agosto
de 1914 fue acufiada en bronce y era
de disefio poco comIn. Por un lado la
medalla muestra un barco en el Canal
con Columbia, la personificaci6n
femenina de los Estados Unidos, para-
da en la proa. Adorna su cuerpo una
cinta en la que aparece en latin la
inscripci6n "Columbia Une los
Oceanos".
Al dorso de la medalla aparece el
Sello de la Zona del Canal y una ins
cripci6n que certifica que la medalla
fue transportada en la primera trave-
sia por el Canal.
En 1962, la apertura del Puente
Thatcher Ferry que cost $20 millo-
nes y se extiende sobre la entrada del
Pacifico del Canal, se conmemor6 con
medallones de bronce y de plata de
2' 2 pulgadas de dimetro. En un lado
aparece el puente y el dorso estS en
blanco. Tambien se acufi6 una meda-
lla, de aluminio una pulgada mas


pequefia que muestra un mapa del
[stmo al dorso.
Para celebrar los 50 anos del Canal
en 1964, se acufiaron medallas en
bronce y plata. Por el frente, la meda-
Ila muestra los puntos cardinals y un
escudo dentro del cual un barco
navega por el Corte Gaillard. Al
dorso aparece el Sello de la Zona del
Canal.
La Sociedad Conmemorativa Na-
clonal acui6 una medalla en 1971 para
conmemorar una vez mis la apertura
del Canal de Panama y como tribute
al Ingeniero en Jefe, George W.
Goethals. Por un lado muestra el
busto de Goethals y por el otro un
barco en el Corte Gaillard.
Las medallas del Canal de Panama
conmemoran los grandes logros rea-
lizados en el Istmo y los consignan a la
posteridad en la belleza del metal.
Pero el mismo Canal es un imponente
monument viviente y funcional a
aquellos primeros visionarios que se
atrevieron a sonar con una via acuAti-
ca que conectara los dos ocdanos; a
los miles cuyo sudor y sangre hicieron
de ese suefo una realidad, y a los
hombres y mujeres que lo mantienen
funcionando a su mAximo nivel de
ehciencia despubs de 65 aaos.
28 OCTUBRE 1Q, 1979






L A ESTATUA DE LA LIBERTAD,
situada en un pl6cido paraje
de la Calle Gorgona frente a la
Estaci6n de Bomberos de Balboa,
es una replica de su gigantesca
contraparte del Puerto de Nueva
York que conmemora el nacimiento
de los Estados Unidos y la amistad
entire el pueblo frances y la demo-
cracia americana. La replica fue
donada al Consejo de Muchachos
Exploradores de la Zona del Canal
en 1951 por Morris Hoffman,
contratista de Kansas City, Missouri
y entusiasta propulsor del escul-
tismo.
La estatua original fue presentada
al embajador norteamericano en
Paris el 21 de mayo de 1884 por
Ferdinand De Lesseps, director de
la Uni6n Franco-Americana quier
estaba a cargo del fracasado
proyecto frances para construir un
canal en Panama.
La idea de hacer replicas de esta
estatua la tuvo Jack Whitaker,
empresario de Kansas City quien
durante la campafia que
emprendieron los Muchachos
Exploradores de America deno-
minada "Afiancemos el Brazo de la
Libertad".
Un sinn6mero de estas estatuas de
bronce y cobre que miden unos
7 pies y medio de alto fueron
fundidas en una fAbrica de Chicago
y luego fueron presentadas a los
Consejos de Muchachos Explora-
dores en 39 estados.
Aunque ya se habia obtenido la
aprobaci6n del Gobernador para
ubicar la estatua en el triangulo que
forman la intersecci6n de la Carre-
tera de La Boca, la de Balboa y
el area de estacionamiento de la
Estaci6n de Policia de Balboa, no
habia fondos suficientes para hacer
el trabajo y la estatua fue puesta
en exhibici6n en la Biblioteca de la
Zona del Canal. Cuando los
amantes del escultismo recolectaron
suficientes fondos, la estatua fue
colocada en el sitio que inicialmente
se habia escogido y fue dedicada
el 30 de mayo de 1953.
En mayo de 1972 encontr6 nuevo
hogar en el sitio donde actualmente
se encuentra. Transeintes y turistas
la admiran y fotografian atesorando
asi la pequefia estatua de la dama
que sostiene en alto la antorcha,
simbolo de la libertad.


Singular Replica

De Celebre Simbolo


THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafiol 29







Monumento a Goethals

Es Parte del Panorama



E LMONUMENTO A GOETHALS

que estA ubicado al pie de las
113 escaleras que conducen hacia el
frente del Edificio de Administraci6n
cumpli6 su 25Q aniversario este afio.
Despubs de un cuarto de siglo en Bal-
boa, es parte tan aceptada del pano-
rama que hasta los antiguos trabaja-
dores de los dias de la construcci6n
del Canal tienen dificultad en recorder
cuando no estaba alli.
No obstante, hubo much contro-
versia sobre su disefio y ubicaci6n y
tom6 mis de 25 afios de discusiones,
Sdemoras, indecisi6n y planificaci6n
antes de que el monument en honor
al "hdroe del Canal de PanamA" fuera
erigido en la Zona del Canal. Final-
mente fue inaugurado el 31 de marzo
de 1954.
El empehlo de construir un monu-
mento para perpetuar la memorial del
General Goethals continue durante
afios y en mayo de 1928, en las reunio-
nes anuales de las distintas sociedades
del Canal de Panamb en los Estados
Unidos, se presentaron planes for-
ET1i' males.
El hecho de que pasaron aflos entire
la planificaci6n y la realizaci6n del pro-
yecto no fue por falta de entusiasmo.
Las circunstancias mundiales, la de-
presion a principios de la dicada del
30 y la Segunda Guerra Mundial fue-
ron las principles causes de la
demora.
Con el pasar de los afios, varias pro-
puestas para seleccionar un sitio ade-
cuado, el propio monument y otros
reconocimientos de Goethals fueron
presentadas. Se introdujeron en la
CAmara de Representantes pidiendo
que se cambiara el nombre del Lago,
Represa, Vertedero y Esclusas de
Gat in a el Lago, Represa, Vertedero y
Esclusas Goethals. Otra sugerencia
Simbdlico en concept, el monument que se eleua desde una fuenre de fue que se cambiara el nombre del
65 pies en didmetro en lo cual se refleya, represents la diLvisoria continental. poblado de Gamboa a Goethals. Una
Las pilas a !os lados represenran los Esclusas del Canal de Panarmd al fluir de ellas biblioteca a la memorial de Goethals
el aguo que une las aguas del Lago Gatdn con los ocianos Atldntico y Pacifico. fue sugerida asi corno tambidn mu-
El monument, que mide 56 pies de alto, 20 pies de ancho y' tIene 5 pies de espesor,
lue disefiado por Shaiw', Metz y Dolio, una compariia de arquitectos de Chicago. seos, edificios y estatuas, incluso una
La firnia Mdndez y Sander de Panamd particip6 coma arqultectos asociados y en la rotonda del Edificio de Adminis-
el rnonuLmento lue construido por Constructora Martinz traci6n. Todas estas ideas fueron
de Panamd a un cost de $152,229. descartadas.


OCTUBRE 10, 1979






El 25 de agosto de 1935, el Con
greso aprob6 la suma de $160,000
para construir un monument y el
President Franklin D. Roosevelt
design al General John J. Pershing
para encabezar la Comisi6n del
Monumento Goethals.
Una de las sugerencias que recibi6
considerable atenci6n fue un monu-
mento en el malec6n de Crist6bal en el
extreme AtlAntico del Canal. Otra fue
una column u obelisco en una o
ambas entradas del Canal. El Presi-
dente Roosevelt se inclinaba hacia la
propuesta de construir una column
con un faro en la cima de uno de los
dos cerros en la Zona del Canal.
Continuaron revisando y discu-
tiendo la ubicaci6n del monument en
Crist6bal hasta que comenz6 la
Segunda Guerra Mundial y la cons-
trucci6n del monument fue aplazada
por la duraci6n de la guerra.
Sin embargo, los esfuerzos por
hacer un reconocimiento a Goethals
continuaron y a comienzos de 1943,
un grupo de empleados del Canal que
habian servido con 41 sugirieron que
un busto de bronce fuera colocado en
la oficina del Gobernador. Escribieron
una carta a Tiffany y Compaffia en
Nueva York preguntando si un busto
de aproximadamente 12 pulgadas de
alto pudiera ser confeccionado por
$1,000 o menos. Tiffany respondi6
que no contaba con los medios para
hacerlo e hizo menci6n de un regla-
mento del gobierno que prohibia el
uso de bronce ya que dicho metal era
necesario para los proyectos militares
de la guerra.
Al mismo tiempo, surgi6 otro movi-
miento para erigir una placa de bronce
conmemorativa de 2 x 3 pies "en
alguna parte de la Zona del Canal".
Seria hecho de "bronce hist6rico",
material obtenido de la fundici6n de
herramientas viejas, usadas en la
construcci6n del Canal. Se necesita-
rian aproximadamente 300 libras para
una placa, que pesaria cerca de 150
libras y seria moldeada por Gorham
de Nueva York.
En 1945, fue sugerido el tribute
cumbre: cambiar el nombre del Canal
de Panam6 a Canal Goethals, pero el
Gobernador J. C. Mehaffey se opuso
en&rgicamente.
Despu6s de la guerra, la Comisi6n
del Monumento a Goethals fue reacti-
vada y se revivi6 el interns en ubicarlo
en Crist6bal, lo cual habia sido apro-
bado por los Presidentes Roosevelt y


A la derecha
irabaotdores colocan
reluerzos de aceru para
la base del moriumento
Abao dereiha
El monumernt criiietrllz
a tomar forma
Abaro Md-s de 2.0011
personas. ,acJudieron a la
riauLguracion. mucriha de
ellas dislrutand.. la
comodidad de la0 il/las
de minitre de la Caia de
HueSpedes TI.ulI


. .






Truman. Balboa, Miraflores, Gatin y Budd pre
las Islas Fortificadas fueron agregadas hecho poi
a la lista de posibles lugares, pero arquitect6
para ese entonces los costs habian column
aumentado notablemente y los es- bierta de
fuerzos por obtener mAs fondos del seria mAs
Congress fueron en vano. que el dis4
Durante una reuni6n de la Comi- bal y podri
si6n celebrada en Washington el 4 de dos ya dis
febrero de 1952, el Presidente Ralph Despu6


sent6 un disefo tentative
SAlfred Shaw de una firma
nica de Chicago para una
de concrete reforzado cu-
concreto prevaciado que
sencillo y menos costoso
efio propuesto para Crist6-
a ser construido con los fon-
ponibles.
s de mas discusiones, la


THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafol 31







Comisi6n autoriz6 al president a pro-
ceder a la construcci6n de un monu-
mento en el circulo frente a la Escuela
Primaria de Balboa utilizando el di.
sefio de Shaw. La Comisi6n aprob6 el
proyecto el 4 de abril de 1952 y cuando
lue presentado al Presidente Truman
unos dias despubs lo aprob6 de todo
coraz6n.
Debido al possible peligro que pre-
sentaba este monument a la avia-
ci6n, la ubicaci6n del monument fue
cambiada al pie de las escaleras del
Edificio de Administraci6n.
El trabajo avanzaba de acuerdo a lo
programado y se esperaba terminarlo


el 1" de agosto de 1953 para inaugu-
rarlo el 15 de agosto, 40- aniversario
del Canal. La fecha fue pospuesta, sin
embargo, hasta la estaci6n seca, y el
Gobernador Seybold nombr6 una
Comisi6n para el Programade Inaugu-
raci6n del Monumento a Goethals.

A los acordes de "Stars and Stripes
Forever" interpretada por la banda
conjunta de las escuelas secundarias
de Balboa y Crist6bal se inaugur6 la
ceremonia. Un concerto de 30 minu-
tos por la banda precedi6 el program
official con asistencia de mas de 2,000
personas que acudieron a render tri-
buto al hombre cuyo sobresaliente
don de mando, habilidad administra-
tiva y dedicaci6n al deber contribuye-


ron a hacer possible la realizaci6n de la
via acu6tica.
Entre los invitados oficiales se en-
contraban antiguos trabajadores que
40 afios antes habian trabajado en
el Canal durante la 6poca de Goe.
thals; miembros de la Comisi6n del
Monumento a Goethals; miembros de
la comisi6n legislative con jurisdicci6n
sobre asuntos del Canal; exgoberna-
dores de la Zona del Canal; el hijo de
Goethals; Maurice Thatcher, el finico
miembro sobreviviente de la Comi
si6n del Canal Istmico; el Presidente
de Panama y otros distinguidos invita-
dos; empleados del Canal, y muchos


otros que veneraban la memorial del
General Goethals.
A continuaci6n de la invocaci6n por
el Reverendo Alexander Shaw de la
Iglesia Unida de Balboa y las palabras
de introducci6n por el Gobernador J.
S. Seybold y la lecture del mensaje
enviado por el Presidente Eisenhower,
quien habia designado ese dia como
dia feriado para los empleados del
Canal, el Honorable Maurice That-
cher, entreg6 bonos de ahorro de los
Estados Unidos de $25 a los ganado-
res del concurso de ensayos de las
escuelas de la Zona del Canal sobre
los aportes de Goethals al Canal de
PanamA. Emily Butcher dirigi6 el Coro
de Exalumnos de la Escuela La Boca
en una interpretaci6n de "American


Ode". El Honorable Richard E. White-
head, author del libro "Our Faith
Moved Mountains" (Nuestra Fe Mo-
vi6 Montafias), y miembro de la Comi-
si6n del Monumento a Goethals, hizo
la presentaci6n del Monumento Con-
memorativo en los moments que el
Dr. Thomas R. Goethals ocup6 su
lugar y devel6 el monument a su
famoso padre.
AdemAs de la ceremonia formal, un
elaborado program de events fue
preparado por los antiguos trabajado-
res, algunos septuagenarios y octage-
narios, que vinieron de todas parties
de los Estados Unidos para rendir tri-
buto a su h&roe.
Durante la inauguraci6n, el Gober-
nador Seybold dijo, "El mismo Canal
es un gran y duradero monument a
su memorial y a la capacidad y perse-
verancia del gran ej&rcito de hombres
que tomaron parte en su construc-
ci6n. Esta column de mArmol es un
simbolo visible del respeto y honor
que rendimos a l6 y a sus asociados
por el logro de una hazafia de propor-
ciones herctileas y de beneficios incal-
culables a la humanidad. .."
En la presentaci6n formal del monu-
mento, el Dr. Whitehead habl6 de los
events que condujeron a la construc-
ci6n del Canal de PanamA y despubs
de alabar la vida de Goethals y su
ejemplar desempefio en PanamA, dijo,
"El Congreso de los Estados Unidos
autoriz6 la construcci6n de este
monument al General George W.
Goethals en conmemoraci6n de sus
insignemente distinguidos servicios en
la construcci6n y operaci6n del Canal.
En ejercicio de la autoridad que me
concede la Comisi6n del Monumento
a Goethals, bajo cuya direcci6n se
cumplieron los deseos del Congreso,
por este medio dedico este monu-
mento a todas las naciones y a toda la
humanidad".
En su mensaje, leido por el Gober-
nador Seybold, el Presidente Eisenho-
wer dijo, "es en realidad afortunado
que un hombre de la estatura del
General Goethals estuviese disponi-
ble para dirigir nuestra fuerza de tra-
bajo en esta gran empresa y estable-
cer el patr6n para su buen funciona-
miento. Es s61o just que tratemos de
perpetuar su memorial mediante la
erecci6n de un monument cerca del
lugar de la empresa humanitarian a la
cual se dedic6 tan desinteresada-
mente"
12 OCTUBRE 1 1979


L *



11-44


Estudiantes de la Escuela Primaria de Balboa miran asombrados la "nieue".
Fue una broma de la Noche de Bruias de 1956, producida agregando
iabdn en polo al agua que cae en los recipients


---C -- --- -~ C --







Sel/os de la Zona

Cobran Gran Interes


EL LIBRO CANAL ZONE
Postage Stamps (Sellos de
la Zona del Canal), el cual se habia
agotado, esta nuevamente en venta.
El Servicio de Correos de la Zona
del Canal ha reimpreso el libro
con el objeto de satisfacer la
demand que ha surgido al intensi-
ficarse el interns en los sellos de la
Zona del Canal.


'I, 111


Los sellos de la Zona del Canal,
que siempre han gozidi de popula-
ridad entire los coleccionistas, han
sido objeto de especial atenci6n
ultimamente a raiz de haberse
anunciado que el Servicio de
Correos de la Zona del Canal sera
descontinuado cuando entire en
vigencia el tratado, mediante el cual
Panama asumira la jurisdicci6n de
la Zona del Canal.
Sin embargo, no son s6lo los filate-
listas los que estan comprando el
libro. Entre los compradores se
cuentan personas que estan colec-
cionando toda clase de objetos de la
Zona del Canal para conservarlos
como recuerdo y otras que lo
consideran (itil como fuente de refe-
rencia sobre la construcci6n del
Canal y el desarrollo de la Zona
del Canal.
Al reflexionar sobre el valor hist6-
rico del libro, William E. Potter, quien
fuera Gobernador de la Zona del
Canal desde 1956 hasta 1960,
escribi6 lo siguiente en el pr6logo:
"La historic del correo y los sellos
del Gobierno de la Zona del Canal
vividamente refleja los esfuerzos
iniciales, los desalentadores
fracasos, y la gloriosa terminaci6n
del Canal de Panama".
El libro, preparado por el Juez
Edward I. P. Tateman (Q.E.P.D),
Magistrado de la Corte de Crist6bal
y publicado en 1961, y un
suplemento se pueden obtener por
conduct de la Divisi6n de
Servicios Generales.


SA la izquierda: El libro, "Canal Zone
Postage Stamps" (Sel!os de la Zona del
Canal), aparece en exhibici6n junto
con tres de los primeros sellos que
rinden honor a personalidades que se
distinguieron durante la construcci6n
S del Canal: el Presidente Theodore
SRoosevelt, John F. Stevens, y el
General George W. Goethals: y el
ultimo sello que pondrd en circulaci6n
el Gobierno de la Zona del Canal, el
nuevo sello de 15 centavos, el cual se
confeccion6 siguiendo el model de una
pintura por Alwyn Sprague, conocido
artist de la localidad.
. Pdginas centrales: Una variedad de
articulos impresos con los sellos de la
Zona del Canal y de la Compafiia del
Canal de Panamd y otros articulos que
fueron emitidos por la Compaoia y
el Gobierno, todos los cuales serdn
S descontinuados el 10 de octubre, son
exhibidos en la puerta de un carro
official de la Compa~ia.


THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafiol 33


'' ''


CI:~d~t~d~


































..."**1 .


,'*it


I,


-- .


1978


d* "'N

: .
I-1 / "H,


1g..l~


II-
:....
Jjj:I
~,*r~F*~''Y Jki ' .r


*1e


- W-7
cfPg.
M. ya


...




^|./
mi


.-" o, e
* .. !.. ...O p
:s:,


J~
~ e ,


la~~'"-


r'lil
.. s
s
CwlcC
~t'
c




~ii~~:i
-~3~c~b































































Larcaoa) a un retugio en la mania ae y entire jungias casi i pe eauOIe orgullosa de servicio al Canal, a
Lim6n (conocida en ese entonces hasta llegar cerca del Cerro Anc6n y PanamA, y al mundo.
como Navy Bay). Desde el anclaje, los la ciudad de Panama.
pasajeros, que s6lo podian pensar en Hizo possible el Canal. En 1881 el Una era culmina pronto, pero el
el oro, divisaron el tren y no hubo Ferrocarril de Panama fue adquirido Ferrocarril de Panama continda.

THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafiol 37












La Forest


De la Zona ..


Por Dr. Nathan B. Gale y
Dolores E. Suisman
CU Y POCOS RESIDENTS DE
Areas urbanas comparten su
espacio habitacional con animals de
la jungla tanto como aquellos que
viven en la Zona del Canal. Vemos
estos animals tan a menudo que ya ni
caso les hacemos. Cuando los ec61o-
gos se refieren a las species en peli-
gro de extinci6n solemos pensar (si
acaso pensamos) en animals ex6ti-
cos que habitan imponentes junglas
en las cuales no se nos ocurriria
aventurarnos entrar.
Pero para comprender bien el
problema debemos acordarnos de
aquellos animals que conocemos tan
intimamente, aquellos que timidamen-
te entran al territorio del hombre: los
venados que al caer la noche emergen
de la jungla en busca de alimentos y
que sorprendidos por la proximidad
de un vehiculo, corren a refugiarse en
la selva, la familiar de fieques que nos
detenemos a contemplar y hasta que
la madre nos percibe se heriza, mira
de un lado a otro y, junto con su cria,
se pierde entire la espesa vegetaci6n;
el armadillo que nos encontramos en
el paseo vespertino; la iguana solean-
dose perezosamente casi a nuestros
pies; el colibri que vemos revolotean-
do de flor en flor por la ventana de
nuestra oficina; pAjaros de muchas
species y colors atraidos por las
migajas de pan que les ofrecemos.
Estos animals y pAjaros que
alegran nuestra existencia son los
mismos que preocupan a los ec6logos
cuandos sefialan la necesidad de con
servar y preservar las Areas forestales
de la Zona del Canal. La Zona es como
una isla biol6gica de vegetaci6n, de
animals, pAjaros e insects que
habitan sus pacificas junglas y riachue-
los. Millones de species habitan su
frondosa selva tropical donde todo lo


que vive muere y, al descomponerse,
se convierte en alimento para otra
vida que comienza.
Todo empez6 hace unos 5.7 millo-
nes de afios, cuando entire gemidos
geograficos y retrocijones tortuosos
del recien creado fondo del mar surgi6
un puente natural-el Istmo de
PanamA.
Este fortuito event geol6gico cre6
la estrecha franja de tierra que un dia
atraeria a exploradores en viaje hacia
el oriented, a saqueadores de los teso-
ros incaicos, a los que viajaban hacia
California poseidos de la fiebre del
oro; a ingenieros empenados en
construir un ferrocarril y un canal-y
animals en abundancia. El puente
natural surgido del fondo del mar ha
cobrado igual importancia para los
pAjaros, mamiferos y reptiles de las
Americas que para el comercio de los
hombres.
Los animals terrestres usaban este
puente para pasar a mejores pastes
o en busca de alimento mas abundan-
te o mAs facil de cazar. Muchos se
aclimataron, se quedaron y evolucio.
naron en diversas species.
Algunos-murcielagos, marsupia-
les, y monos perezosos-todavia


abundan. Otros se han desaparecido
para siempre, como el gigantesco
mono perezoso que formaba parte
del ambiente hasta hace casi mil afios
cuando su especie qued6 extinta.
Con la construcci6n del Canal,
vino la Zona del Canal, se convirti6
en el iltimo refugio para muchas de
las species en peligro de extinci6n.
Como resultado de las restricciones
que gobiernan el acceso del pdblico
a la cuenca del Canal de Panamb y las
Areas de defense, gran parte de la
Zona es una "isla forestal" en medio
de un campo casi completamente des-
pejado. Ello ha contribuido a preser-
var una incredible variedad de plants y
animals en lo que probablemente es
la mAs extensa y accessible selva de
America Central.
La preservaci6n de estas selvas es
de gran importancia ecol6gica. Deben
mantenerse intactas para brindar un
refugio a los pAjaros y animals que
habitan o emigran durante ciertas
apocas. Seria dificil si no impossible
que estos animals se reubicaran.
AdemAs, muchos pAjaros estAn limi-
tados en cuanto a su ruta migratoria
o sus refugios por su corto radio de


OCTUBRE IQ, 1979


li:- ---------- -- rY -








acci6n o sus requerimientos ali-
menticios.
Es raro encontrar en Latinoambrica
Areas designadas como reserves bio-
16gicas o parques nacionales. Pero la
importancia ecol6gica de las selvas de
la Zona fue reconocida escasamente
una d(cada despubs de inaugurado el
Canal y en 1923, Barro Colorado fue
destinado como reserve biol6gica.
Esta es la isla mAs grande del Lago
Gatdn con unas 6 millas cuadradas.
En 1930, se estableci6 la Reserva
Forestal y Animal de la Zona del Canal
(Reserva Forestal de Madden) y se
prohibi6 que en sus 3,500 acres se
cazara, se hiriera o molestara a los
animals salvajes o se talaran, des-
truyeran o dafiaran los Arboles y
plants.
Hace poco se prohibi6 la caceria en
las tierras que bordean el Camino
Pipeline cerca de Gamboa.
La importancia de la Isla de Barro
Colorado, del Area adyacente a la
ribera occidental del Canal y el Area
del Camino Pipeline se refleja en la
variedad de species que viven alli
amparadas por la ley. Un 63 por ciento
de los animals protegidos por las
leyes de caceria panamefias pueden


'"p ":' i B '; ':" ] '










observarse alli. La Ley de Especies en
Peligro de los Estados Unidos include
157 species de mamiferos en peligro
de extinci6n. Cuarenta (26 por ciento) pelican
viven en Norte y Sur America y, de
6stos, ocho se encuentran en la Isla de es
Barro Colorado y en el Area del
un pd
Camino Pipeline. Asi es que un cinco
por ciento de todos los mamiferos del mara'
mundo que estAn en peligro de extin-
ci6n y 20 por ciento de los de Norte y
Sur America habitan estas Areas.

THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafiol 39


Las tierras que bordean el Camino
Pipeline son bosques hOmedos de
tierras bajas inhabitadas por el horn
bre que albergan 240especies de pAja.
ros que s61o se hallan en las areas
tropicales de America. Ademas, 35 es
species procedentes de None America
utilizan esta regi6n en su ruta migra
toria hacia Suramerica.
El Istmo de Panama ofrece alimen.
to y refugio para los pAjaros en migra
ci6n tanto de Norte como de Sur
America. El efecto de la concentra-
ci6n de rutas migratorlas en el
estrecho espacio topografico ofrece
mayor variedad de species avicolas,
conjuntamente con las species natl
vas, que cualquier otro lugar com-
parable del mundo.
Se han observado 562 species de
pAjaros en las aguas, costas y areas
forestales de la Zona del Canal Esto
es s6lo 80 menos que las que se en
cuentran en toda la extensl6n del con-
tinente al norte de Mexico. El mayor
n6mero de aves avistadas en un dia
fue registrado en el sector Atlantico
de la Zona del Canal el ano pasado
cuando se contaron 354 species
distintas.
La necesidad de preservar intactas


ino


iaro
villoso


tas
Areas
puede jus
tificarse simple.
mente en base a
su valor cientifico.
En una publicaci6n del
Institute de Investigacio-
nes Tropicales Smithsonian,
se citan 2,071 libros y manuscn 'i
tos escritos hasta 1976 en su mayo .
ria por clentificos que trabajaban en la
Isla de Barro Colorado, en la Zona del
Canal o en la Repiblica de Panama
La publicaci6n mas reciente del
Institute de Investigaciones Tropica.
les Smithsonian, que consta de unas
1,000 paginas, intitulado Flora de la '
Isla de Barro Colorado, escnta por ,
Thomas Croat, represent una labor i
de diez ailos. El autor indica que esta
isla contiene mas de 1.300 species de
plantss vasculares" (de sistema de
conducci6n especializado) En una
recolecci6n reciente de 200plantasde 0
la capa vegetal de la forest se encon-
traron tres species nunca antes
vistas en la isla y una nueva a la
Am'rica Central.
Si se quiere mantener esta reg16n '
como refugio para las plants, anima-
les, y aves, no se debera perturbar su
hogar-la jungla Si se perturba la
jungla, se destruye a los animals que
no tienen donde ir fuera de su "isla
forestal".
La riquisima variedad de la flora y
la fauna en la Zona del Canal es un
legado de una era que desaparece.
Existe la esperanza de que se con.
vierta en el testimonio viiente que 3
ayude a los hombres conscientes a
resolver el conflict entire el vertigi
noso desarrollo econ6mico del area
Canal y la necesidad de preservar
el ambience natural que asegure la
riqueza imperecedera de esta jungla. .
I.


.,.,.=.- ._ .. -4*
....
." _,t,- --:. ---,.,.~-_ "-_-
-. .- -

,..:.... ] -,.- ..,,.,, ._-. .... ..- ..- - _

---,.- ..,--e, --- '" ,iq -' ", f
.-. ....--

*
.._- -
r-.~-.. -- -,.,h. _ .bS IW?~?r.. .. .- :-:_ --








un refugio para animals,


OCTUBRE 1, 1979 THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafiol 41


La extraordinaria garza, el tamandud de lengua larga,
la rana de oro, la exdtica heliconia y Charlie el cocodrilo
son algunas de las cosas uivientes que medran en las
selvas tropicales de la Zona del Canal.


40








plants, pdjaros e insects


Una mariposa frdgil descansa en una rama; guacamayas multicolores dan un paseo;
el perezoso peludo cuya cara casi nunca se ue; garzas majestuosas pescan en el mar; series
grandes y pequefios, cada uno tiene un nicho en nuestro medio ambiente tropical.


OCTUBRE 1, 1979 THE PANAMA CANAL REVIEW En Espaiol 43












Arboles Florecientes


A la extrema izquierda, la acera del
Camino Heights frente a la Casa del
Gobernador estd alfombrada con las
flores del guayacdn. En el centro,
la usta del Edificio de la Adminislracidn
a traucs de las ramas de la cassia
rosada recuerda a Washington, D C.
en la epoca de los cerezos en flor,
mientras la buganuilea morada y
el framboydn dan uida con sus colors
al Camino La Boca. A la derecha,
el 6rbol de fuego es otro nombre muy
apropiado para el framboydn uisto
a trauzs de la ventana de un
apartamento del edificro Gorgas.


En cuanto se establecieron las primeras poblaciones permanentes de la Zona
del Canal se hicieron planes para sembrar Arboles para inmeditamente embe-
lec'er el Area. El Record del Canal del 5 de mayo de 1915 inform6 que el horti-
cultor encargado del ornato del terreno exhortaba a los residents que se unieran
al esfuerzo. Aconsejaba siembras de buen gusto y atenci6n adecuada de la
comunidad para aliviar el "nuevo y brillante poblado de concrete de Balboa y
eventualmente transformarlo en un sitio bello y encantador en donde vivir".
.. Gracias a esas siembras siempre hay Arboles en flor en la Zona pero durante
la estaci6n seca es cuando se ven los mbs espectaculares ejemplos. La sinfonia
--; 7de flores, que aparece de repente en los Arboles de aqui nada tiene que envidiar
al esplendor de la primavera en la zona templada
, .. .. -~ En estas p6ginas aparecen algunos de los muchos Arboles florecientes que
han transformado los hogares modestos de la Zona del Canal en lugares
"encantadores en donde vivir".
44 OCTUBRE lo, 1979 THE PANAMA CANAL REVIEw En Espafiol 45











un hombre

no siembra

un arbol para si mismo,

lo siembra para

la posteridad


- 4leanrder Smirh


Abajo, las brisas de la estacidn seca,
mecen als ramas de la poinciana
amarilla at pie del cerro del Edificio de
Administracidn creando una mancha
de color. Arriba izquierda, los que
uiajan en la Carretera Gaillard hacia
Gamboa podrdn obseruar a la
jacaranda nativa, un parche de morado
entire la jungla uerde. Abajo, la
poinciana real ofrece su sombra a una
familiar de Anc6n. Arriba, la cometa
de un nFio reposa en un framboydn en
Margarita, pero no por much tiempo.
4 Abalo, el centro de la poblacidn
rambirn es embellecido por la
cassia rosada.
















"I'







Un Verdadero

Paraiso

Tropical






BUNDANTE Y RICA VEGETA-
ci6n en una multitud de matices
y variedades, plants tropicales
delicadas, y plants ex6ticas de
extraordinaria belleza conforman el
medio ambiente de la Zona
del Canal.
No obstante, aun residents de la
Zona del Canal que han vivido alli
toda su vida, se maravillan al
admirar en los Jardines de Summit
300 acres de bellezas de la natu-
raleza recogidas de casi todo rinc6n
tropical y subtropical del mundo.
Desde que los Jardines Summit
fueron establecidos en 1923 como
los "Jardines de la Zona del Canal
para la Introducci6n de Plantas",
y centro experimental de cultivo y
distrbucion de plants valiosas, mAs
de 15,000 plants de diversas classes,
ramafios y formas han sido
introducidas.
Hoy en dia, los Jardines tienen
cerca de 200 variedades de palmas,
cerca de cinco acres de Arboles
citricos, la mayor parte de la flora
indigena del Istmo, y frutas y plants
ex6ticas de muchos paises.
Cerca de la entrada de los jardines
se encuentra el Paseo Tropical, un
camino que conduce al visitante a
traves de una rica concentraci6n de
plants que se confunden en un
espeso bosque tropical. Engalanan
la entrada los fabulosamente bellos
Cereos de nocturnal florecer, y
plants petrificadas que se formaron
cuando el Istmo estaba debajo
del mar.
Cientificos e industriales han
visitado los jardines para observer
experiments con madera de teca,
caucho o drogas medicinales, y para
admirar esta singular exhibici6n de
curiosidades de la naturaleza que
el hombre ha recogido en este
rinc6n tropical.
Entre 6stas tenemos el Talipot
THE PANAMA CANAL REVIEW


grann palma de CeilAn o palmer
de sombrilla), palma gigante con
pencas de 15 pies de largo; tallos
de bambi que crecen hasta un pie
en 24 horas; y el Arbol de cuyo
fruto los indigenas hacen un plato
que dicen sabe a huevos revueltos
cuando se hierve y despues se frie
la masa blanca de la fruta madura.
Tambidn hay mangostin, fruta
llamada la "reina de los tr6picos",
cuyo sabor se ha descrito como una
combinaci6n de todas las frutas
favorites; y la "fruta milagrosa" que


temporalmente adormece el sentido
gustatorial para sabores acidos de
modo que podriamos comer el m6s
Acido de todos los limones sin sentir
el mas minimo efecto.
Tambien hay orquideas en gran
profusi6n y casi ilimitada variedad,
algunas que permanecen frescas
un solo dia y otras hasta dos meses.
Pero mas que nada, los Jardines
Summit sirven de estimulo y t6nico
reconstituyente al espiritu de
quienes hacen un alto en su vida
para completar los maravillosos
ciclos y las delicias de la naturaleza.



Arriba: Esta orquidea, que crece en
Summit, puede encontrarse en Mexico
y en muchos lugares de Sur America.
Abajo: El estanque del lirio de agua, un
lugar favorite para un paseo campestre.
Foto inferior: El sol que brilla a trauvs
de un bosque de bambu ofrece
una vista tipicamente tropical.






















Del "Supercarguero


Por Willie K. Friar
LA ULTIMA MODA DEL MUN-
do maritime es el "Supertrans.
porte". El Barber Toba, primera de
seis naves de este tipo llam6 la aten-
ci6n de iodos los que la vieron hacer
S. su primer trdnsito por el Canal en
,, ,, marzo.
I" Ig Ig Para algunas personas, el t6rmino
"Supertransporte" puede sugerir al.
w4guna relaci6n con la marina de guerra.
Pero, los propietarlos del Barber
e seToba, la compafiia naviera Barber
... Blue Sea Line, explican que decide.
ron usar ese tdrmino porque les
parecia que era el mAs apropiado para
esta polifachtica nave que no s61o
transport remolques y contenedo-
res, sino que es capaz de transportar
remolques, contenedores y una gran
variedad de otros tipos de carga
utilizando el equipo mrs modern que
ha producido la tecnologia para el
manejo de carga rodante.
La diferencia mAs notable entire esta
nave y disefios anteriores es la rampa
de bisagras, que es tan ancha como
una carretera de dos carnles. Fue esa
rampa en la popa del barco que tanto
llam6 la atenci6n en su trgnsito por
el Canal. Esta inmensa rampa angular
con un ancho minimo de 40 pies a un
extreme que gradualmente aumenta
a 82 pies a la altura de la bisagra, per-
mite embarcar y desembarcar carga
simultineamente. Con su modern
equipo y singulares caracteristicas
para un movimiento de carga m6s
eficientemente controlado, mAs rA-

El "Barber Toba" transit por el Corte
Gaillard en su viaje inaugural



























Arrba: El "Barber Toba" usa su rampa, que tiene el oncho de una carretera
de dos carries, para manejar una variedad de remolques y contenedores.
A la rzquierda- La gigantesca rampa es cerrada contra la popa de la naue en los
moments que transit par las Esclusas de Miraflores.


pido y mas seguro, el Barber Toba
puede manejar hasta 800 toneladas
de carga por hora.
Esta rampa, descrita por los propie.
tarios del barco como "el mejor equi.
po jams inventado para el manejo de
carga", tiene una capacidad de 400 to-
neladas, lo cual equivale al peso de
50 buses escolares de 60 pasajeros.
Los remolques o contenedores,
conocidos como "roll-on roll-off" o
"ro-ro" en el lexico de las empresas
navieras, han cobrado creciente po.
pularidad como medio de transport
de products en muchos puertos del
mundo, incluyendo los de Estados
Unidos y Panama Los remolques sen-
illamente suben y balan de las naves
con su carga.
Sin embargo, no es s6lo el hecho
de que puede transportar remolques
lo mas notable del Barber Toba, sino
la flexibilidad en el transport y mane-
jo de toda clase de carga y que es
capaz de cargar y descargar indepen-
dientemente, sin ayuda exterior. El
Barber Toba Ileva su propia lota de
montacargas, remolques y una gigan-
tesca gria, con capacidad de 40
toneladas.
La rApida carga y descarga de la
nave es una gran venlaja tambien en
puertos de intense actividad y espacio
limirado tales como Miami, done el


tiempo de viraje es de suma important.
cia. Sus propietarios calculan que
mantener un barco como el Barber
Toba en puerto cuesta cerca de
$25,000 diaries. Con buenas condicio-
nes atmosfricas esta nave y otras de
su clase pueden Ilegar a un puerto,
cargar o descargar y zarpar en cues-
ti6n de horas
Otra innovaci6n de esta nave es su
oficina-contenedor. Todas las opera-
clones de carga y descarga son con-
troladas por miembros de la Iripula.
ci6n que trabajan en esta oficina espe.
cial. Se guard en el barco y es
colocada en tierra al costado del
muelle cerca de la rampa de popa en
cada puerto para coordinar las active.
dades de manejo de carga. Superviso-
res y otros miembros de la tripulaci6n
manejan sus carros elkctricos de
4 ruedas en el barco, manteniendose
en contact por radiotransmisores
portatiles con la oficina de opera-
ciones en el puerto.
La cubierta para el transport de
carros liene una superficie especial
que impide el desplazamiento y evita
dafios durante el viaje. Cuando no se
transportan vehiculos, la cubierta es
levantada para hacer espacio para
m6s contenedores en la cubierta
inferior.
Tom6 nueve meses construir el
Barber Toba, que tiene 749 pies de
eslora y 105 pies de manga, y cost
$33 millones. Solamente el equipar el
cuarto de maquinas y el puente, los


cuales tienen los mAs modernos ins-
trumentos disponibles, cost6 mAs de
un mill6n de d6lares. Cuenta con un
radar computadorizado contra coli-
siones, un receptor de informaci6n
sobre navegaci6n via satelite, una
brijula girosc6pica, una sonda acaisti-
ca, bitacora electromagnetica, un fac-
simil atmosferico, equipo de radio, y
un sistema de alarma conectado a
250 sensors para la operaci6n segura
del cuarto de maquinas.
Aunque es capaz de cargar hasta
1,800 contenedores de 20 pies, 400
autom6viles, y 2,150,000 pies cribicos
de carga embalada, la nave s61o
require 27 tripulantes. Las comodi-
dades para la tripulaci6n (de ambos
sexos) incluyen una piscina, un
gimnasio, una sala de recreo, una
biblioteca, y camarotes privados.
Cuando el Barber Toba, barco de
registro noruego, transit por el
Canal, Ilevaba carga principalmente
de contenedores del Lejano Oriente,
products electr6nicos, textiles, arte-
sanias, azulejos, carrots, y yates de
Jap6n, Hong Kong, Taiwan y Corea
con destiny a los Estados Unidos.
La linea naviera Barber Blue Sea es
un consorcio britanico, noruego y
sueco que esta invirtiendo $200 millo-
nes en una flota de seis modernas
naves que serAn clients regulars
del Canal.
El agent naviero del Barber Blue
Sea en el area del Canal es C. B.
Fenton & Co.


OCTUBRE 10, 1979




























Una de las dragas de cuchardn mds grandes del mundo, la "Rialto M. Christensen"
trabaja en la Curva Mamei eliminando islas y ensanchando el Canal para proveer
un paso mds seguro para el ndmero creciente de barcos grandes. Abajo: El lente
telefotogrdfico capta el gran volumen de tr6fico en el Corte Gaillard y las Esclusas
de Pedro Miguel. A la derecha: Un contenedor en las Esclusas de Gatun; barcos
pasan debajo del puente envuelto en neblina que se extiende sobre el Canal en Balboa.


THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafiol 53












Todo Io que

Queda es su

Silbato


Por Robert H. Burgess
EN SU TEMPO FUE UNA GRAN
"dama". Tenia que serlo para
merecer el papel que le fue asignado
en la apertura del Canal de Panama.
Sin embargo, no era tan elegant que
digamos. En verdad, era s61o una de
centenares de piezas del equipo que
tan bien sirvi6 y que tanto ayud6 a
levar a feliz t6rmino la obra del Canal.
Era un humilde remolcador cuya mi-
si6n era halar las barcazas cargadas
de lodo y rocas excavadas del Canal,


Haciendo gala de sus resplandecientes accesorios, el "Galut" se adelanta al "Ancdn" el dia de la inouguraci6n del Canal,
c1 15 de aoosto de 1911
Arriba: El "Gatun" puede apreciarse claramente en la pintura que aparece en la
sobrecubierra del libro reciente sobre el Canal, "The Path Between the Seas".

54 OCTUBRE 1Q, 1979


-


. h







desde 1906 hasta su apertura en 1914.
Luego permaneci6 en servicio en la
Zona del Canal durante m6s de 16
afios ayudando a despejar los de-
rrumbes, atracar barcos, y realizando
un sinnimero de tareas asignadas a
una embarcaci6n de tan variados
usos. Esta es la historic del remolca-
dor de casco de acero Gatin que tuvo
el honor de ser la primera nave en cru-
zar una esclusa del Canal de Panama.
El Gatun inici6 su carrera en 1902,
afio en que fue construido en el muy
conocido astillero de Neafie y Levy en
Filadelfia. La nave, que tenia 21 pies
de eslora, originalmente fue nombra-
da H. B. Chamberlain y era propiedad
de Boot, Dailey e Irving. Su puerto de
origen era Nueva York. Es probable
que su trabajo consistiera en mover
lanchones y barcazas en el Puerto de
Nueva York y posiblemente ayudar
a atracar barcos-pero no por much
tiempo. En 1906, cuando los Estados
Unidos comenzaban a intensificar sus
esfuerzos en la obra del Canal, bus-
caba equipo flotante para ayudar en
la monumental tarea. El Chamberlain
fue comprado por la Divisi6n Atlin-
tica de la Comisi6n Istmica del Canal
por la suma de $65,000 y su nombre


fue cambiado a Gatdn. La nave fue
asignada al sector AtlAntico y fue utili-
zada en la prosaica pero important
tarea de remolcar las barcazas carga-
das de lodo y para mover equipo de
un lado a otro.
Habia otros remolcadores en la
flota del Canal, pero, por algin moti-
vo, el Gattn parecia gozar de un poco
m6s de prominencia que los dem6s
a juzgar por las actividades en que se
empleaba. Equipos de inspecci6n lo
utilizaban para observer el progress
de la obra. Y ocasionalmente era uti-
lizado para transportar y trasladar
miembros prominentes de la comisi6n
canalera y funcionarios gubernamen-
tales. Despues que el Ingeniero Jefe,
John F. Stevens, renunci6 a su cargo
el 31 de marzo de 1907, fue transpor-
tado en el Gatin desde el muelle 11 en
Crist6bal al barco Panamd que lo
llevaria de regreso a los Estados
Unidos.
El Gattn no era mas que un
remolcador ordinario, cuya apariencia
no tenia ninguna elegancia, pero su tri-
pulaci6n debi6 tomar especial orgullo
en su apariencia. Las fotografias
tomadas durante los primeros afios en
Panama muestran sus accesorios bri-


.... .. ....,








El Gatun .

a la vanguardia m

el dia de apertura

Ilantes en la luz del sol, los aros de sus
portillas, los reflectores y la bitAcora
encima de la timonera, las manijas de
las puertas y las cerraduras, las luces
de situaci6n y las boquillas de las man-
gueras. En las sobrecubiertas de su
casco y sobre su proa, habia grandes
palletes de soga para proteger sus cos-
tados cuando trabajaba con las pesa-
das y rnsticas barcazas y dragas.
Para fines del afio 1913, el Canal fue
preparado para entrar en funciona-
miento. Exactamente c6mo se hizo la
selecci6n no se sabe, pero el remolca-
dor Gatun mereci6 el honor de ser la
primera nave en pasar por un juego de


Adorrnado c,rl boriderines el rernmlque "GaijriIn 'eentil u lki E .. EaCS J i G( t' i 'I ., ,eh.,, ar, d.- 31910 6 rm ... on, ill
I di-rnlICc'n de ser /a p rriero narFIO't ern Frronit r por In- rec;e',n (er F?'rIuLIL/u_ '-CIu_-Gc


THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafiol 55


nrca~e~8uum~aJ~El~;IE~.ruurrr~iiml~,~-



























































esclusas del Canal. Fue limpiada para
la ocasi6n y adornada con banderas
al partir de Col6n con destiny a las
esclusas de Gatun. Salvavidas adicio.
nales fueron colocados alrededor de
su cubierta principal para los pasa-
jeros adicionales que Ilevaria en ese
viaje. Sillas plegadizas fueron colo-
cadas en su cubierta superior debajo
de un toldo de lona permanent para
comodidad de los dignatarios. Pero
sus riusticos palletes de soga perma-


necieron en sus posiciones a los costa-
dos como prueba de que era una nave
de trabajo que tomaba un dia libre.
Y en realidad fue un dia especial.
El 25 de septiembre de 1913, se
llevaron a cabo pruebas preliminares
y se llenaron las Esclusas de Gatnn y
todas tuncionaron segun se habia
previsto. El 26 fue el dia seleccionado
para elevar el Gartn desde el nivel del
mar al nivel del Lago Gatln, utilizando
el escal6n occidental, debido a que ese
dia parrian del Istmo el Mayor James
P. Jervey, que estaba encargado de la
construcci6n de mamposteria de las
Esclusas de Gatun, y el Mayor George
M. Hoffman, encargado de la cons.
trucci6n de la Represa de Gatin,
ambos ayudantes del jefe de la obra,
Teniente Coronel William L. Sibert.
Alas 11:20 a.m. dejaron entrar agua
al extreme superior de la esclusa alta
desde la alcantarilla oeste a traves de
las valvulas y el agua subi6 hasta que-
dar al nivel del lago. Las valvulas
fueron cerradas y el agua corri6 libre-
mente a lo largo de las tres esclusas
como prueba preliminary de las valvu-
las y alcantarillas de la pared occiden-
tal. Luego el agua fue vertida, paso a
paso, desde el lago hasta la esclusa
inferior, que tambien fue Ilenada utili-
zando dos valvulas de mar de 14
pulgadas en las compuertas inferiores.
A bordo del Gatrn, ademAs de su
tripulaci6n normal, se encontraban el


Coronel H. F. Hodges, el Teniente
Coronel William L. Sibert, senora y
familiar, el Mayor James P. Jervey y
sehora, el Mayor George M. Hoffman,
el teniente George W. Goethals y
senora, Henry Goldmark, la sehora de
Edward Schildhauer, la Sra. E. E. Lee,
el Capit6n B. Corning del vapor
Panama, y Frank Thompson del
Ferrocarril de PanamA. F. F. Stewart
era el capitAn del remolcador y W. G.
Comber era el navegante jefe.
Se termin6 de Ilenar la esclusa
inferior a las 4:45 p.m. cuando la
compuerta de mar fue abierta. El
Gatin, sonando su silbato y con sus
banderas ondeando, naveg6 por la via
de acceso y pas6 la entrada de la
esclusa inferior, mientras los vitores
de los espectadores resonaban dentro
de la esclusa. Las compuertas inferio-
res fueron cerradas y el remolcador se
detuvo a un costado de la pared
central. El Coronel George W.
Goethals estaba parade encima de la
pared de la esclusa observando la
operaci6n.
La operaci6n fue repetida en la
esclusa intermedia y a las 6:15 p.m.
el Gatun entr6 a la esclusa superior
del iltimo escal6n. Media hora des-
pues, las dos ultimas compuertas
fueron abiertas y el remolcador pas6
al Lago Gattn. El paso complete tom6
1 hora 51 minutes. El dia siguiente
el Gatrn regres6 al terminal AtlAntico


OCTUBRE 19, 1979


El reniolque a L'vpor "Chester."
amIerornienre el "Gatin", estruuo
arrocado en Calle Prart, de Baltimore.
Muar,land en nrrnio de 1958 antes de
cer vendido como chorarra.
A la izqurerdo El silbaro a vapor
del remolque ahora esta montrado
-- en [in pedazo de madera en la casa
del autor El silbaro pequefio que
aparece abajo a la derecha, que se
usaba para avuldar a airacar barcos.
lue agregado desrpuLes de que el
remnolqUe parno de la Zona del Canal












TRANSIT COMMERCIAL DEL CANAL SEGUN NACIONALIDAD


Nacionalidad


B 61gica .................. ............ ... .......... ............
BritAnica ........ ............. ........ ......
C hilena .......... .............. ...... ....... ...
China Nacionalista ..................................
Colombiana ...............................................
Danesa .................................. ..............
Ecuatoriana ............................... ....
Francesa.... .................. ....................
Alemana Occidental................................
Griega.............................. ...................
Hondurefia ........................................
Italiana ......................... .......
Japonesa ..................................... .. ..
Liberiana ........................................
Mexicana ................................ .....
Holandesa ...... .............. ....
Noruega ............._ ......... ........ ...
Panam efa ...............................................
Peruana ........ ........... ......... .....
Singapurefia.....................
Surcoreana ...................................
Espaiola ............................... .......
Sueca ..........................................-
Estadounidense .......................--...........
Sovietica .... ......................... ........ ........
Yugoslava ........... .............
O tras.......... .... .. ..... ..............
Total .......... .......... ............


6 Meses A.F 1979
NQ de Tonelados


trdnsitos
48
513
84
60
85
162
133
50
218
658
51
104
505
962
40
100
215
529
104
96
77
57
97
865
236
50
388
6,487


6 Meses A.F. 1978
Ng de Tonelados
trdnsitos de Cargo
29 627,782
514 4,536,526
88 953,677
49 574,120
89 610,207
125 1,083,985
94 837,387
60 523,910
273 1,956,465
650 8,576,443
36 52,978
126 745,095
459 3,996,490
925 14,529,111
40 318,065
90 639,332
249 3,345,559
491 3,692,341
101 887,753
79 858,632
43 410,208
53 124,064
131 1,199,120
643 8,430,847
111 685,339
67 508,552
439 3,276,525
6,054 63,980,513


TRANSITOS COMERCIALES DE NAVES
DE GRAN CALADO
6
Meses
AF
Rutas Comercioles 1979
Costa Este de EE.UU.-Asia .............. ..................... .......... 1,531
Costa Este de EE.UU.-Costa Oeste de Suramerica ......................... 765
Europa- Costa Oeste de Surambrica.................... .......... ............. .... 573
Costa Este de EE. UU.-Costa Oeste de Centroambrica.................... 608
Europa-Costa Oeste de EE.UU./Canad6................................... 452
Entre Costas de Suramerica....................................... ..... ........ 179
Entre Costas de EE.UU. (incluso Alaska y Hawai)............................... 191
Costa Este de EE.UU./Canada-Oceania ....................................... 185
Europa- O ceania ... ...... .......... ............. .... .......... ..... ... ..... 112
Costa Este del Canada- Asia................................ ........... 166
D em is Rutas ........... ............... ......... ........ ............ 1,725
Total .......................... .. .... ... .. ........ .... 6,487


6
Meses
AF.
1978
1,402
615
543
485
473
207
184
172
145
143
1,685
6,054


TRANSITOS COMERCIALES DE NAVES DE GRAN CALADO POR MES


Octubre.................. ......
Noviembre ............................
Diciembre ...........................
Enero.............................
Febrero.............................
Marzo ...... ............ .........
Total --. ..


Trdnsitos
A.F 1979 A.F. 1978
...... .... 1,115 1,028
.. .... 1,089 947
........................ 1,087 1,002
--. .... 1,072 1,000
..... 949 942
.. ....... .. 1,175 1,135
...... 6,487 6,054


Peajes en Bruto
(en miles de ddlares)'
A.F 1979 A.F 1978
$18,279 $14,995
17,611 14,280
18,232 14,848
16,849 14,433
15,162 14,199
19,443 17,022
$105,576 $89,777


TRAFICO POR EL CANAL
DE PANAMA


TRANSITOS (Gran Calado)
Comerciales
Gobierno de EE.UU,
Gratis
Total


PEAJES'
Comercaies
Gobierno de EE.UU.
Total
CARGA2 (Gran
Calado)
Comerciales
Gobierno de EE.UU,
Gratis
Total


$105.617,016
452.425
$106.069,441


6 Meses
r----------\
:979 1978

6,487 6,054
47 45
7 3
6,541 6,102

$89,799,541
421,735
$90,221,276


79.605,442 63.980.513
92,992 131,771

79.698.434 64.112.284


de Cargo
963,208
5,638,581
839,428
665,140
588,867
2,983,865
1,285,861
472,153
1,720,694
10,817,253
81,063
692,154
4,686,440
17,588,995
507,370
552,427
3,508,931
4,561,344
982,689
1,371,854
1.020,390
172,455
822,423
13,400,876
1,104,734
547,959
2,028,288
79,605,442


THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafiol 57


_ _~--IIIII U~i~i----_


'Incluye los peaies de todas las naves, pequefias y
de alto bordo
2Las cfras de carga representan toneladas largas
Estadisticas recogidas por la Oficina de PlanficacO6n

y el trAnsito por las esclusas tom6
1 hora 37 minutes.
El 9 de octubre de 1913, tres grupos
de naves de dragado y un martinete
flotante para clavar pilots, halados
por remolcadores, 13 naves en total
fueron elevadas a un mismo tiempo
desde la via de acceso del AtlAntico
hasta la superficie del Lago GatOn,
usando la totalidad de los 1,000 pies
de largo de cada cAmara. El segundo
grupo estaba compuesto por el Gatin
acompafiado de la draga de succi6n
N 86, various pontones, y una barcaza
de combustible.
Otro honor fue tributado al Gatin
cuando fue seleccionado para acom-
pafiar al buque Ancdn durante la aper-
tura official del Canal el 15 de agosto
de 1914. Hay una fotografia de este
buque cuando navegaba justamente a
la proa del Ancdn, cerca de Cucara-
cha, pero se qued6 atrAs en el instant
apropiado aparentemente para no
quitarle la gloria al barco que fue el
primero en transitar el Canal de
Panama. La misma escena aparece en
colors en la sobrecubierta del nuevo
libro sobre el canal, "The Path
Between the Seas" (El Paso Entre los
Mares), pero el pequefio remolcador
no fue identificado.
Durante 16 afios mAs el Gat6n
permaneci6 en la Zona del Canal
Ilevando a cabo trabajos de remolca-
dor. Por el afio 1930 regres6 a los
Estados Unidos y su nombre fue cam-
biado de nuevo a H. B. Chamberlain.
En 1931 su nombre fue cambiado a
Point Breeze y pas6 a la propiedad de
la firma Donaldson Towing and
Lightering Co., de Filadelfia, con
puerto de origen en Wilmington,
Delaware.
















6 Me e.
A F 1979
7,126.998
5,643.842
5,624,675
3,363,955
2,851,969
2,795,941
1,937.733
1,446,366

1,119,858
816.912
735,883
696,038
567,414
403.210
343.928
5,690,358
41,165.080


6 Mses
A F 19'
4,479,041
5.098,725
4,129.163
2,883,453
1,332,006
2,219,164
751.867
1,490.771

899.075
997,099
554,090
759,013
716,011
272.937
319.537
4,602,976
31.504.928


Del Pacifico al Atlanlico


Poducro
Perr6leo y dernvados
Manulacturas de hierro y acero
Madera y deinuados
Minerales. "arlos
Carb6n y coque
Azucar
Ahmentos refrngerados (excluye bananosi
Pulpa de madera
Bananos
Metals. varlos.
Azufre
Autom6viles, camiones y accesonos
Sal
Harina de pescado.
Trigo
Olros
Total


6 MEse,
AF 19'9
16,370.359
. 2.761,109
2,707.316
2,364,664
1.562.542
933.722
933,267
868,870
755,764
692,966
633,396
549,006
456,742
424,136
396.348
6,030.155
38,440,362


6 MESE
AF 19'8
10.102,124
4,108.626
2.432,983
2,478.799
630.473
1.469,290
873.976
768,143
843,718
704,462
464,671
579,526
314,613
240,485
554,930
5,908,766
32,475,585


TRANSITOS COMERCIALES Y DEL GOBIERNO DE LOS EE. UU.


Naves Comerciales
De Gran Calado
Pequefnas'
Total
Naves del Gobierno de los EE.UU
De gran Calado ...
Pequenas'
Total ...
Gran Total


6 Meses 4 F 19'9
Del Del
ArlaIn1co Pocifico
al all
Pacilfao Artoonto Total
3,391 3,096 6,487
317 168 485
3,708 3,264 6.972


22 25
72 76
94 101
3,802 3,365


47
148
195
7,167


6
Mese
4F
19'6
6,054
327
6,381

45
104
149
6,530


I Naed. de meno& de 30lonelada, n daim medda del Canal de Par.rnm omenosde 500roneladdadedespli6amieni,~
Ei idlr.cas r~cogjda po' la OliLna de Planficaci6n


MOVIMIENTOS DE LOS PRINCIPLES PRODUCTS

(en ioneladas largas)

del AlAntico al Pacifico


Produ.ci
Maiz
Peir61eo y denvados
Carb6n y coque......
Friol de soya ... ...
Trigo
Fosiatos
Metal, chalarra
Sorgo
Productos quimicos y products quimlcos
denvados del petr61eo
Manufacturas de hierro y acero
Azucar
Minerales. various
Fertilizantes, no clasificados
Soda cAustica
Cuerpos compuestos de amoniaco
Otros


IRI~ _ _


A comienzos del afio 1930, el Point
Breeze traslad6 sus operaciones a
Baltimore. Alli tuvo quizAs la mAs dra-
matica experiencia de su carrera.
El 21 de agosto de 1933, parti6 de Bal-
timore con destino a la Isla Gibson,
Maryland, remolcando una barcaza.
Cuando se acercaba al Faro Knoll,
a 30 millas de Baltimore, fue abatido
por fuertes vientos y mareas. El agua
se filtr6 por debajo de la cubierta y el
remolcador se vio en peligro de zozo-
brar. El capitan dio cuatro estruen-
dosos y rApidos silbidos con el silbato
de vapor en serial de peligro y desper-
t6 al guardafaro. Tripulando una em-
barcaci6n pequefia, el guardafaro
sali6 a rescatar a cuatro hombres que
se habian tirado al agua al hundirse el
remolcador en las aguas de la Bahia
Chesapeake, y tambi6n recuper6 el
cadaver del maquinista que muri6 de
un ataque cardiac.
Mas tarde, el Point Breeze fue
levantado y el siguiente ario le cam-
biaron el nombre a Chester, y reanu-
d6 su carrera en la Bahia de Baltimore.
A fines de 1958 el Chester fue
adquirido por la firma de salvamento
de Martin G. Imbach Inc. en Baltimore
y desmantelado. Hace alios que este
autor conocia la historic de los pri-
meros dias de la carrera del Chester y
su asociaci6n hist6rica con el Canal de
PanamA y tenia deseos de conser-
var algunas reliquias de esta embarca-
ci6n. Cuando desarmaban el remolca-
dor con sopletes, tuve la oportunidad
de adquirir su silbato de vapor, de 4
pies de largo con su vAlvula de escape,
antes de que lo hicieran pedazos para
fundirlo. Si habia algo en el
remolcador que databa desde sus dias
canaleros, aparte de su rdstico casco,
calculd que era su silbato de vapor,
que habia sonado tan vigorosamente
cuando el Gatin hizo su entrada a la
primer de las Esclusas de Gatin ese
dia memorable en septiembre de 1913
cuando se demostr6 al mundo que
una nave podia ser elevada desde el
Mar Caribe al nivel del Lago Gatuin.
Es muy possible que este silbato de
vapor, actualmente montado en un
bloque de madera en la residencia del
autor, sea la unica parte de esa hist6ri-
ca nave que existe como recuerdo del
inicio de una nueva era en el mundo
de la navegaci6n. Y efectivamente,
el Gatln fue una de las mAs duraderas
de cualquiera de las numerosas naves
que participaron en la construcci6n
del Canal de Panama.

58 OCTUBRE 19, 19791






















Mary y Herbert Knapp son profeso-
res en las escuelas de la Zona. Actual-
mente preparan un libro sobre la vida
en la Zona del Canal intitulado
Una Utopia Ambigua. Es una uisidn
retrospective de una sociedad sin-
gular donde aquellos que construye-
ron y operaron el Canal de Panamd
viuieron y trabajaron por 75 afos.
El siguiente articulo es un resume
de un capitulo de ese libro. Los Knapp
tambidn son autores de la obra
One Potato, Two Potato: La Edu-
caci6n Secreta de los Nifios
Americanos (Norton, 1976).


SA ZONA DEL CANAL AMERICA-
no en Panama pertenece real-
mente a la ut6pica tradici6n ameri-
cana que incluye desde la puritana
"Ciudad sobre la Colina" de Massa-
chusetts en el siglo diecisiete hasta el
novisimo "paraiso" de condominios
en Miami.
Pocos artesanos arist6cratas o los
bur6cratas que vivieron en la Zona
la veian como una utopia, pero cuan-
do llegaban a la Zona se convertian
en parte de una sociedad organizada a
pequefia escala y bastante bien regla-
mentada. La Teoria se basaba en que
a traves de un paternalismo prepon-
derante y la correspondiente restric-
ci6n de ciertas libertades se lograria
la felicidad, bienestar y, sobre todo,
un alto grado de productividad en las
personas.
No era una sociedad perfect, pero
las utopias nunca lo son, salvo en las
novelas. Las verdaderas utopias son
experiments. EstAn desvinculadas
del mundo real, quedando, podria
decirse, entire utopia, "un lugar ideal"
y extopia "que no es ni siquiera un
lugar". Alli mismo quedaba la Zona
del Canal, junto con Brook Farm, la


flr ,ando



AF PaadIo




Por Mary y Herbert Knapp
Comunidad Oneida, Orderville, Nue-
va Harmonia y cientos de otros
experiments sociales americanos.
Claro estA que los encargados del
proyecto del Canal no tenian la
intenci6n de que la Zona fuera un
experiment social. Cuando Charles
Magoon, segundo gobernador de la
Zona, propuso el establecimiento de
un gobierno modelo, se le respondi6
simplemente que la Comisi6n del
Canal Istmico habia venido a PanamA
para construir un canal y punto. No
obstante, a media que fueron esta-
bleciendose los poblados de los traba-
jadores del canal, la Zona comenz6
a adquirir las caracteristicas de la
ut6pica sociedad descrita por Edward
Bellamy en su novela futuristic,
Cien Aiios Despuds.
Pocos recuerdan ese libro, pero en
la decada posterior a su publicaci6n
en 1888, se vendieron mAs ejemplares
de Cien Afios Despuds que de cual-
quier otro libro en los Estados
Unidos, except La Cabina del Tio
Tom. Gust6 tanto a intelectuales
como a rufianes; a los agitadores so-
ciales asi como a nifias de mirada
sofiadora. Los seguidores de Bellamy
se organizaron y se convirtieron en un
frente politico. En 1935, tres intelec-
tuales estadounidenses afirmaron que


Cien Afios Despues habia estado con-
siderado como segundo en importan-
cia entire los libros publicados durante
los 1itimos cincuenta afios. Seg6n
John Dewey, James Beard, y Edward
Weeks, s61o Das Kapital de Marx
ejerci6 mas influencia que Cien Afios
Despues.
El parecido entire la Zona del Canal
y la sociedad ideada por Bellamy no
pas6 desapercibido. Seg6n coment6
un visitante en 1913, "El suefio del
desaparecido Edward Bellamy cobra
actualidad en la Zona"; casi al mismo
tiempo el Policia N 88 de la Zona del
Canal atestiguaba, "Se asemeja
enormemente a lo que Bellamy sofi6
hace afios". Una zonian le decia a los
turistas alla por 1928 que su
comunidad era comparada con la
descrita por Bellamy". Afiadia que,
"Cuando Bellamy recorri6 el
Istmo-en la decada del ochenta-
PanamA no presentaba la mAs remota
posibilidad, ni para el mas visionario,
de convertirse en la aproximaci6n
contemporAnea de la utopia descrita
en su notable libro".
Pero seria err6neo suponer que
Cien Afios Despuds fuera un modelo
para la Zona del Canal. La Zona se
asemejaba a varias utopias del siglo
diecinueve, como el Voyage en Icarie
que Etienne Cabet concibiera en 1840.
Ya para fines del siglo diecinueve,
muchos habian llegado a conclusions
similares sobre c6mo deberia ser el
mundo ideal. Deberia ser muy pare-
cido a la Zona del Canal.
En la utopia de Cabet, todos traba-
jan para el gobierno que era duefio de
las fAbricas, cultivaba la tierra y
proveia ropa y mobiliario-que es mas
o menos lo que sucedia en la Zona del
Canal. Pero lo singular de la Icaria de
Cabet es que se parecia a la Zona.
La ciudad de Icaria estaba dividida


THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafiol 59






por un rio profundizado y enderezado
para acomodar grandes barcos. Las
riberas del rio habian sido provistas
de muros rectos. En un islote en
medio del rio, habia un palacio
rodeado de Arboles y sardines, y en la
terraza del palacio se erguia una
estatua de Icar, el fundador, con-
templando la ciudad.
La Zona tambien fue dividida por
una via acuAtica, un canal, no un rio.
Pero el Rio Chagres fue profundizado
y enderezado para former el Canal, y
en las esclusas se ven las riberas del
"rio" atajadas por muros rectos. El
equivalent en la Zona al palacio de
Icaria es el Edificio de Administraci6n
-conocido en la Zona como "El Edifi-
cio" (como si no hubiera otro). No
estA sobre un islote en el medio del


" .. cudn ingeniosos son al idear
mdtodos para mantener las
calls limpias".
Canal, sino sobre un cerro que se
levanta cual islote en el centro de la
ciudad de Balboa desde done se
vislumbra el Canal. Tambi6n estA
rodeado de Arboles y plants orna-
mentales. En la terraza del Edificio,
entire las banderas de los Estados
Unidos y Panama, hay una gran piedra
extraida del Corte-no una estatua
del fundador, sino un monument a
los fundadores: "Dedicado a los
constructores del Canal de PanamA...."
La caracteristica mAs predominan-
te en Icaria era su limpieza. El per-
sonaje de la novela de Cabet que des-
cribe a los icarianos irrumpe excita-
damente en bastardilla cuando se re-
fiere a "lo ingeniosos que son para
idear matodos para mantener las
calls limpias". Constantemente ex-


presa su admiraci6n por los "canales
subterraneos" que drenan elagua de
las calls y por la ausencia de polvo y
lodo.
Su paraiso se caracteriza mAs por lo
que en l6 falta que por lo que contiene.
Dice que los ojos de los ciudadanos de
Icaria no son ofendidos por holgaza-
nes parados en las esquinas de las
calls, propaganda, paredes pintorre-
teadas, "tiendas lindas y lujosas", o
"esas pinturas de .desnudos o esce-
nas voluptuosas ... Paisajes que nin.
gun hombre quislera que su esposa y
la madre de sus hijos tuviera que
tolerar".
El que haya vivido en la Zona notarS
palpablemente su similaridad con
Icaria. La Zona tambien estaba
impecablemente limpla. Se mantenia
la hierba cortada y la basura era remo-
vida con puntualidad Un notable sis
tema de canales subterrAneos, creado
por ingenieros de la Zona, drenaba el
agua de las calls, aceras, pistas de
aterrizaje. El lodo no era algo que
preocupara al zonian promedio-sal.
vo a las madres. Los nifios solian
buscar lodazales para jugar fitbol y
deslizarse sobre ellos.
Como Icaria, la Zona se caracteri-
zaba por la ausencia de cabaretes,
juegos de azar y establecimientos de
reputaci6n dudosa. No habia propa
ganda commercial que afeara el pano-
rama ni que invadiera las ondas radia-
les. La televisora de la Zona s61o trans-
mitia mensajes sobre moralidad y la
vida military. Y en lo que se refiere a
escenas voluptuosas, el zonian que
quisiera adquirir un ejemplar de
Playboy en el comisariato de la Com-
pafia tenia que esperar mientras la
cajera lo sacaba de debajo del mostra-
dor y lo sellaba dentro de una bolsa de
papel. Pero la Zona nunca fue tan pura
como Icaria. Nunca, por ejemplo,
lleg6 al punto de poder subsistir sin
gendarmes.
Muy distinto a Cabet, quien enfati.
zaba la limpieza y el orden geometrico
en su utopia, en la suya, Bellamy enfa.
tizaba la organizaci6n laboral y la dis-
tribuci6n de las riquezas. No es que la
utopia de Bellamy se pareciera tanto
a la Zona, pero si causaba la misma
sensaci6n.
Como cuento, Cien Aiios Despuds
es bastante simplistic. Pero Bellamy
no estaba tratando de escribir una
obra maestra literaria. Era un refor-
mista social que queria fomentar la
igualdad y la fraternidad-su "Reli-


gi6n de Solidaridad"-y hacer a los
hombres menos materialistas.
La instituci6n central en su mundo
ideal es el Ej&rcito Industrial. Pertene-
cen a este todos aquellos entire los
veintiuno y cuarenta y cinco afios. Las
industries incorporadas estAn agrupa-
das en diez divisions. El Presidente
de los Estados Undos, o "el general en
jefe", es escogido entire los jefes de
divisions ya jubilados. S61o pueden
ejercer el sufragio los empleados jubi-
lados, pero todos se jubilan a los cua-
renta y cinco. De los veintiuno a los
cuarenta y cinco, todos trabajan de
aprendices u obreros. Su rendimiento
es evaluado con regularidad. Aquellos
que obtienen calificaciones altas pue-
den escoger especialidades laborales.
Hay tres grades en cada industrial
y dos clasificaciones en cada grado.
La Zona nunca fue precisamente
asi, pero si bastante parecida. Los
zonians eran efectivamente miembros
de un Ejercito Industrial, dedicado a
realizar 1,754 tipos de trabajos distin-
tos. S61o el Departamento de Defensa
sobrepasaba esa cantidad. Y el Ej-r-
cito del Canal estaba organizado en
gran media como el de Bellamy. La
Zona tambien tenia sus divisiones-la
de Electricidad. la de Dragado, la
Industrial, la de Ferrocarriles, la de las
Escuelas, y otras. AdemAs, todos los
trabajadores de la Zona estaban clasi-
ficados NM-9 o GS-10 o lo que fuera,
parecidisimo al mundo de Bellamy.
Pero a los zonians no se les exigla
prestar servicio corno obreros por dos
anos al cumplir la mayoria de edad,
aunque la Zoria si ofrecia un buen
program de aprendizaje. Los zonians
no se jubilaban a los cuarenta y cinco
y tampoco elegian a su gobernador.
La edad conlleva privilegios en el
paraiso de Bellamy y, como resultado,
fue acusado de promover la "geron-
tocracia". En la Zona, la edad por si
misma no conlleva ningin privilegio,
pero los afios de servicio laboral-ah,
eso era otra cosa! Los afios de servicio
laboral adquirian lo que el dinero no
podia comprar-la asignaci6n a la
casa deseada.
Bellamy queria eliminar los alardes
de riquezas que segmin 61 causaban la
division social, asi es que todos en su
utopia recibian el mismo salario-
desde los generals hasta los habitan-
tes de los manicomios. Los oficiales
del Ejercito Industrial eran premiados
con prestigio y poder, pero no en
efectivo. Al final del afio, todo el dinero


OCTUBRE 1, 1979







que no habia sido consumido revertia
al Estado, lo que impedia superar el
nivel social a travys del ahorro.
Para reprimir el anhelo de adquirir
cosas s61o para impresionar a los
demAs, Bellamy impuso normas uni-
formes en todos los products y elimi-
n6 la rivalidad entire almacenes. Todos
efectuaban sus compras en la tienda
del gobierno, donde ning6n product
nuevo era introducido salvo que los
clients asi lo pidieran.
Los residents de la Zona nunca
estuvieron al mismo nivel econ6mico,
pero si mostraban mas igualdad que
en muchos lugares. La cantidad limi-
tada de viviendas disponibles contri-
buia a crear la impresi6n de un margen
relativamente estrecho de desigual-
dad. Y, simplemente, no habia much
oportunidad de que se produjera el
consume desmedido en una sociedad
donde todos habitaban en viviendas
alquiladas y efectuaban la mayoria de
sus compras en el comisariato o
"comi".
El problema se basaba en el hecho
que la Zona era una comunidad de una
sola compaiiia. No habia forma satis-
factoria de superarse fuera de la jerar-
quia de la Compania. Como resulta-
do, el prestigio social de la jerarquia no
era cuestionado, aunque a veces
causara algin resentimiento.
Por otro lado, en libro publicado en
1928, una resident de la Zona se refie-
re repetidamente al "ambiente demo-
crAtico" de la Zona, y elogia al gober-
nador por su "actitud democrAtica"!
Claramente no se referia a un sistema
politico pero si a un clima de informa-
lidad. Si la gente no se trataba de igual
en la Zona, si se conocian. El reducido
tamafio de la Zona lo hacia possible. Y
normalmente los zonians estaban
exentos de las pleitesias que suelen
ser costumbre cuando hay grandes
desigualdades. Todos formaban parte
de una empresa hist6rica. Asi tal vez
se explica por que dos exresidentes de
la Zona que nunca tuvieron contact
social cuando vivian en la misma
comunidad, suelen saludarse como
hermanos cuando se encuentran en
otro lugar.
El segundo objetivo de Bellamy era
hacer que los hombres fueran menos
materialistas. Pensaba que si se le
daba un margen de seguridad econ6-
mica, la gente perderia el deseo de
acumular posesiones. Ese no fue pre-
cisamente el caso en la Zona, pero por
afios, la falta de aire acondicionado en


el Istmo limit6 la clase de posesiones
que un zonian podia adquirir. La par-
quedad y uniformidad de los muebles
de esa 6poca hubieran satisfecho al
mAs puritano de los discipulos de
Bellamy.
Aun despues de la introducci6n del
aire acondicionado entire 1957 y 1958,
las restricciones contra la empresa
privada y la simplicidad de la vida en la
Zona hacia que los residents se dedi-
casen a una interminable gama de
pasatiempos que nada tenian de mate-
rialistas, tales como el trabajo volun-
tario comunal o el estudiar areas de
refugio de las mariposas de Centro
America.
La Zona nunca brind6 a sus resi-
dentes la variedad de alternatives ni
la oportunidad para el desarrollo per-
sonal que uno encuentra en los Esta-
dos Unidos. Lo que si habia era tiem-
po. La gente vivia cerca de sus traba-
jos; nadie tenia que gastar horas
viajando de su casa a su trabajo. Tam-
poco habia gran variedad de espec-
tAculos profesionales.
Entre otras cosas, la gente se dedi-
caba a estudiar conchas, botellas anti-
guas, piedras, dialectos, y bailes
folkl6ricos suramericanos. Otros se
especializaban en orquideas, cule-
bras, insects, pajaros, pintura, alfa-
reria, exploraci6n, iluminaci6n teatral,
buceo, molas o se deleitaban con la
m6sica de Elgar.
Una de las fallas de la Zona como
utopia es que era demasiado pequefia.
Pocos hubieran podido permanecer
felices en la Zona por much tiempo
si no hubieran contado con los mas
amplios horizontes que existian "afue-
ra"-o sea, en Panama y los Estados
Unidos. A pesar de sus virtudes, la
Zona tenia sus limitaciones.
Pero la utopia de Bellamy tambien
las tenia. La vida en la Zona giraba en
torno al mantenimiento y la opera-
ci6n del Canal, mientras la vida en la
utopia de Bellamy estaba circunscrita
al mantenimiento y operaci6n de su
sistema. Uno de los problems de las
utopias es que una vez que uno se in-
corpora a ellas ya no hay donde ir.
Por esa raz6n, ni la Zona ni la
perenne tierra sofiada de Bellamy
podian satisfacer los ideales america-
nos. Al igual que la Zona, la utopia de
Bellamy no tenia partidos politicos; no
habia campafias political ni promesas
politiqueras. Y en el minisculo y res-
tringido mundo de la Zona, no habia
lugar para el suefio impossible.


Pero no se deben soslayar las con-
siderables virtudes de la Zona. Era un
sitio de ilusiones-no un suefio calei-
dosc6pico de notable cambio, consu-
mo y magia del siglo veinte, sino un
suefio del siglo diecinueve de limpieza,
conservaci6n y racionalidad. No era,
sin embargo, tan idilico como hubie-
sen querido los discipulos de Bellamy.
Harry Franck, autor de El Policia
NQ 88 de la Zona del Canal anotaba
mordazmente que aunque se parecie-
ra al suefio de Bellamy, no todo era
color de rosas.
Y aunque la Zona era controlada
centralmente desde "El Edificio", las
comunidades individuals tenian ca-
racteristicas individuals.
Por ejemplo, en la 6poca de la cons-
trucci6n un trabajador describi6 a
Anc6n como un poblado en vias de


dedicado a los hombres que
construyeron el Canal de Panamd".
mejorar socialmente, pero inseguro
comparado con Crist6bal, "el poblado
zoneita que mAs se asemeja a uno de
los Estados". Gorgona era desordena-
do pero hospitalario; Empire, artisti-
co; "los pedromiguelefios se la pasan
jugando naipes"; Paraiso era serio y
caritativo. Muchos de estos poblados
desaparecieron hace tiempo, y el
ambiente de otros cambi6 a traves de
los afios. Pero todo exzonian tendrA
sus propios recuerdos del ambiente
que distinguia a su "pueblo canalero".
Entre los clentos de expenmentos utdpicos del sigio diecinue
ue en los Estados Unidos sehizo elinento defundr una icna,
que dirgid6 Cobet personalmente En distians epocas hubo
colonies icarianas cerca del Rio Rojo de Texas; en
Cheltenham. Missouri; en Nouuoo, Ilnois; en Corning, Iowa v
en Clouerdale, California. Po rT 887 odas habian fracasodo y
los icarianos se uolvieron amerrcanos,

En la siguiente p6gina: Vista
area de Balboa.


THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafiol 61









































































































I,,






































Las luces en el Puente Thatcher Ferry se encienden al ponerse el sol sobre el Canal en el sector Pacifico del Istmo.
Abalo: Se ve la silueta del Cerro Anc6n y el Hospital Gorgas es claramente visible en esta fotografia nocturna
tomada desde el Edificio de la Loteria en la ciudad de Panam6.


OCTUBRE 10, 1979






La Zona del Canal de Noche
El profuso alumbrado que se necesita
para la operaci6n del Canal durante las
24 horas convierte a la Zona del Canal
en un festival de luces. Abajo: Las
Esclusas de Miraflores y Pedro Miguel
brillan en la oscuridad. A la derecha:
Una fotografia del Edificio
de Administracidn tomada de noche
en 1915 para compararla con la
fotografia de nuestra portada. En la
contraportada: La Calzada de Fuerte
Amador delineada por las luces de los
automdviles y en el Canal un rayo
de luz indica el movimiento de un buque.


THE PANAMA CANAL REVIEW En Espafiol 65







UNIVERSITY OF FLORIDA

3 1262 08545 8027