The Panama Canal review en español

MISSING IMAGE

Material Information

Title:
The Panama Canal review en español
Portion of title:
Review en español
Physical Description:
v. : ill. ; 28 cm.
Language:
Spanish
Creator:
Panama Canal Company
Publisher:
Cía. del Canal de Panamá
Place of Publication:
Balboa Heights
Creation Date:
November 1968
Publication Date:
Frequency:
quarterly[nov. 1964-]
monthly[ former 1962-jul. 1964?]
quarterly
regular

Subjects

Subjects / Keywords:
Periodicals -- Panama   ( lcsh )
Periodicals -- Canal Zone   ( lcsh )
Genre:
periodical   ( marcgt )
serial   ( sobekcm )

Notes

Dates or Sequential Designation:
Vol. 1, no. 1 (agosto 3, 1962)-
Numbering Peculiarities:
Courtesy issue: jul. 6, 1962.
Issuing Body:
"Publicación oficial de la Cía. del Canal de Panama," jul.-set. 1962; "Publicación oficial del Canal de Panama." oct. 1962-
General Note:
Issue for nov. 1963 has title: Review en español.
General Note:
Title from cover.

Record Information

Source Institution:
University of Florida
Rights Management:
All applicable rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier:
oclc - 07563220
lccn - sn 88028552
Classification:
lcc - F1569.C2 P36318
System ID:
AA00000265:00022

Full Text



* 5'. eli it fl~7 F
A.: K~nIror
~ Yr

I ~4
i~-4j,.
-. *. Ch


S
~. ~ .1



:~~'..it


J


.

IT...




IC..


S


* .-. z
~ S
* .
*

14J~ .' *.


iIs&


~ ~

~t~:> :~.,


4'
1'


~
I-


a~~i:*. ~


4
..

4


~, .. .
.. .;~ .,
'I. ~~1



*t *~~I&2~


..1968


.q. I


.- 4

-, .,- .s


--
*~~IA '~

ti.L 4







'a- 4 ...AJ.. .~






-. 'I::I'S


4.. 1.

-. C' ~


. .
S m "i'


. ".: "-


I.


-1..
.,vIIt.
4 I~




-c


W. P. LEBEn, Gobemrnador-Presidente


MORGAN E.


Di~' IN,


Funcionario de Pren


R. S. HARTLINE,

FHANK A.


Vicegobernador


BALDWIN


Jefe de la Oficina de Informaci6n


TOMAS


En Espano


Directores
A. CUPAS


de Publicaciones:


y THEODoRE


BARRINGTO


Redactores:


JOSE T. TURON,


Euxu:E


RICHARD, TOBI


P. HERNANDEZ


Publicaci6n Ocial del Canal de Panam&
Publicado Trimestralmente en Balboa Heights, Zona del Canal


Impreso


en la Imprenta de La Boca,


Zona del Canal


Se permit la reproducci6n partial o total.


Se agradeeerfa


dar credito al Review, aunque ello no es esencial.
Distribuido gratis a todos los empleados del Canal de Panama


Subscripciones, $1 al


Giros Postales


pagaderos


a la Compafia


Las Oficinas de Redacci6n


correo


adreo $2 al aio;


del Canal de Panama, deberin


estan situadas


y nameros atrasados,


reinitirse


en el Edificio de


correo


Administraci6n,


25 centavos cada uno.


al Apartado "M", Balboa Heights,


Balboa Heights,


Z. del C.


Z. del C.


3ndice

Club de Golf de Panama __-_&__


LA PINTURA


estra Portada

de la portada de esta edici6n del


PANAMA


Pifiatas-.-- .....------- -.--... ........

Nuevo Vicegobernador ..


CANAL


REVIEW muestra


Calle 50 de Panama, como


pintura


es obra de


un sector


se veia en 1925.
Louis Celerier,


de la


professor


jubilado que reside en Longview, Texas. Frances de


Constructores de Botes ....


nacimiento,
El nuevo


se nacionaliz6 panamefio.
Vicegobernador de la Zona del Canal,


Aniversarios


Historia del Canal..- -


Coronel Richard Sides Hartline y su familiar son pre-
sentados en un articulo en la pagina 9.
Otros articulos ilustrados de esta edici6n se refieren
a la construcci6n de botes en Panama, al delicioso
mundo de las pifiatas, a las frescas tierras altas de
la Provincia de Chiriqui, al alcance de la medicine


Montailas de Chiriqu_

Medicine Moderna __ __


modern que


Trabajando Alia Abajo....---..-.-

Navegacion, Estadisticas ..- .


Canal


es puesta en prActica en la Zona del


a los hombres que trabajan debajo de la


superficie de las
Esta edici6n


Esclusas del Canal.
es de 28 paginas, cuatro masque


Navegaci6n


de ordinario.


TRER


GOLF: Juego de origen
consiste en impeler cc


escoces, que
n diferentes


palos, a manera de mazas, una pelo-
ta pequeia para introducirla en una


serie


espaciados,


9 6 18, abiertos en terreno cubierto
ordinariamente de cdsped. Gana el
jugador que hace el recorrido con
el menor namero de golpes.-Diccio-
nario de la Lengua Espafiola de la
Real Academia Espafiola.
LA ESCUETA definici6on anterior no
include un aspect fundamental de


Se piensa cuando
se juega, y se p
haberlo jugado.


se va a jugarlo,
iensa despues de


Hace unos 50 afios, un grupo de
caballeros estaban reunidos en Pa-
namai pensando en jugar golf, pero
sin poder hacerlo. Comenzaron a de-
batir el problema. Cuando se con-
vencieron de que no era abrumador,
decidieron construir un club de golf.


Segzn


proclama


relata


Westman


se hizo mas o menos


asi:


"Cuando el Almirante Johnston, el


Ctrn Pm!


hAnrrnv


A
lZrn nfl' cnn


,.,-~...-,. S.. *V*%J~ IS ttfla *aL.ta.,t,'#


transformarse


una cancha


* golf, el Duque de Balboa, dio un
brinco, lanz6 un barril de cerveza


Balboa, y gri
Asi naci6


FORE!".


el Club


de Golf de


Panama, que ha conservado su nom-
bre a trav6s de los afios con la sola
adici6n de las siglas que correspon-
den a Sociedad Ano6nima. La exu-


berancia
(Theodore


Duque


Balboa


McGinnis, fallecido)


dar Animo a la empresa contagi6 a


los que habrian de


ser futures miem-


bros. Sn entusiasmo fue mas bien


N


agujeros muy








es un secret que solo un caballero
golfista conoce.


La afinidad del
llidos-bien en el
Panama o en cua
reciente. Es mias,
deba su origen a
Escocia, durante
parlamento del Re
ieni "e1 rnlf


Gift of the Panama Canal Museum
(
.I-------- --


golf con los esta-
Club de Golf de
lquier otro-no es
el deported quizis
un estallido. En
el Siglo XV, el
:y James II decre-
t-pqi tecftrirtamente


prohibido porque entorpece la praic-
tica de la ballesteria, que es esencial
para la defense del reino". Pero al
terminar el siglo, se invent la p61-
vora y de repente decline la balles-
teria, tanto que ya para la 6poca del
Rey James IV, en 1473, 6ste era un
Avido golfista. Cuarenta afios des-
pubs, hasta Maria, Reina de Escocia
jugaba en las canchas de golf.


El deported
dentes nobles,
Premio Nobel,
to explosive. E
Panama no se
y comenzaron
jero y un bohio
de cesped se
taron cercas p
jugadores se r:
gracias alas
llovia, desapa
echaba mas. Y
Ademais de
auien fue teso


tiene, pues,
y algo asi c
su origen fue 1
n el Club de
desperdici6 ti
a jugar con u
en un potrero.
us6 arena. Se
i *1


antece-
omo el
un tan-
Golf de
empo-
in agu-
A falta
levan-
'7 1 -


ara el ganaao. i los
ascaban de lo lindo-
coloradillas. Cuando
recia la arena. Se
seguian jugando golf.
l propio Westman,
rero del club durante


45 afios consecutivos, hubo otros que
fueron puntales del club en sus afios
iniciales-entre ellos el Coronel Jay
J. Morrow (quien mias tarde fuera


S.



llj

- .
* *


4--
41.
i A
* 1..
* .
*cp* .~:.
*
,:?~ c~-.j ,
,
* -
*


-
'
-
* *1

.U
--
* si


4 -.

t .

.| * .
f, l
- *.
1 .- .


*
*
*
-
-,~ .~-*4
*
a.
J .. *g~
*
*
*
Is.!
*
tt-
p..'.
*1
~.ti
I


S -


* 'N
-S
Ct -
.5,
- alVtSIP.*
*
4.
a ~. -,
a- *
U.
a


S
.1


*t

.- Jr.,
* S.
~ .~-
-- .. -
~
*


S
-a-
S


-
*.-'
tv.


.4
-
--


I
.


El expert Alberto Sarra professionall del Club) y la actual campeona femenina del
Club de Golf de PanamA, Fusae Takahashi, se unen para jugar. Sarra ha sido factor
important en el diseio professional de la cancha.


mas iniciales


. . no obstante que


no nos encantaban much. Las colo-
radillas, por ejemplo. Todo el mun-
do sabe la concentraci6n que exige
el dar un buen golpe. jSe imagine


era si la esposa de uno lo dejaba
entrar a la casa esa noche. La
preparaci6n del Dr. James era un
poco mas fuerte que las modernas
preparaciones para repeler insectss.


Gobernador de la Zona del Canal),
Johnny Putter (el famoso periodista
Jules Dubois) y el ya menciona-
do Duque de Balboa (gerente de
la empresa precursora de la Cerve-
ceria Nacional). Con la viva ima-
ginaci6n y tenaz humor de todo gol-
fista, siguieron mejorando su club
hasta que se pudo jugar golf sin ga-


nado y sin coloradillas, y cada cual
podia lucirse o estallar jugando, sin
estar sujeto a los caprichos de la
Naturaleza.
"Pero nada de esto ocurri6 de la
1 I ,, 1 WT


usted a alguien dar un batazo cuando
le picaba todo el cuerpo hasta la


coronilla? jAsi eran de t
coloradillas que habia!"
El problema era serio. P
pre habia alg6n miembro
solver cada problema. Asi
Coronel Morrow se hizo
S,, I


reparar


greens


de arei


antas las


ero siem-
para re-
como el
cargo de
na, el Dr.


William M. James se encarg6 de
las coloradillas.
"Tenia una soluci6n eficaz, si bien
un poco fuerte", dice Westman.
"Antes de salir a jugar, nos untiba-
1 1 1.


Pero mis tarde, a media que el
c6sped creci6 y la tenacidad de los
miembros logro otras mejoras, el
juego se hizo doblemente placentero
-porque el club se habia hecho de
la nada. El local original del Club
estuvo en lo que es hoy dia la
Calle 86-A. El sitio actual, cerca del
primero, abarca 626 hermosas hec-
tAreas que forman una cancha que
es la delicia de los profesionales. La
casa club fue construida en 1931, ha
sido ampliada desde entonces hasta
incluir una tienda complete del pro-
l"r *1 i l l 1 1 .. -. s -l .. .. .











(Viene de la pdgina 3)
club, y a media que se convirti6
en el actual, nunca han faltado inci-
dentes, ni el buen humor para hacer
frente a los problems con gracia
y tambi6n coraje.
"El Coronel Morrow era asi",
dice Westman. "Su humor era muy
seco, adn para un golfista. Una vez,
B. C. Poole llego al Club en un auto
official del Canal de Panamai. Lo es-
tacion6 frente al edificio, entr6, y
cogi6 sus palos. Cuando sali6 amino
a la cancha, el Coronel Morrow es-
taba parade junto al carro de Poole,
limpiando el emblema del Canal de
Panama con un panuelo. Nunca
dejes de tener muy limpio este
simbolo, B. C.", dijo el coronel.
Poole se detuvo, volvi6 al clubhouse,


-N
-A


y sali6 de nuevo, regresando a
su oficina en el vehiculo. Regres6
20 minutes despu6s-en su autom6vil
particular."
Las anecdotas que cuenta West-
man sobre el viejo club son innu-
merables, pero las mejores que relata
son sobre 61 mismo. En un almuerzo
exclusivamente para hombres, que
tuvo lugar al finalizar un torneo
para festejar a los que lo habfan
organizado, Westman tom6 la pala-
bra despubs que los demais habian
hablado de sus hazafias, y dijo:
"Me complace que cada uno de
ustedes tuvo un papel que desem-
penfar en el ultimo torneo, pero
quizas no sepan que este anio mi
hazafia fue inica-una distinci6n que
quizA jams se iguale en este club."


-F


Todos volvieron la cabeza, intri-
gados por lo que podria ser. "Yo
salve de morir ahogadas o de susto
a ocho de las esposas de ustedes,
en la fiesta de anoche".
Mas atenci6on. "Anoche," Westman
relate, "a eso de las 2:30 de la
madrugada, se escucharon alaridos
en el bafio de las damas. Muchos
alaridos. Habia 4 pulgadas de
agua en el piso. Encontr6 el daiio
-un tranque en la tuberia-y la
arregle smin quitarme el tuxedo. Tie-
nen suerte de que no les pase la
cuenta." Todo el mundo prorrumpi6
en carcajadas y agradeci6o a Westman
su caballerosidad nocturnal.
Nombres muy conocidos en Pana-
mai han figurado en la presidencia


H,
/




















ft
< <~ >1

<~






del club, entire ellos don Luis Mar-
tinz y el Dr. Frank A. Raymond,
ambos desaparecidos, y Richard L.
Dehlinger-los 6nicos que han sido


dos veces. La presidencia
a entire un panamefio y un
o cada afio. El actual presi-
Geoffrey Lee, gerente gene-
abacalera Istmefia, patroci-
principal del Abierto de
todos los afios. Nacido en


Inglaterra pero resident de PanamA
por 12 aiios, Lee juega por los 70.
S61o tiene elogios para la evoluci6n
del club hasta llegar a ser lo que
es hoy dia.
Parte de las continues mejoras en
los 6ltimos 5 afios se deben a
Alberto Sarra, professional del club.
De nacionalidad argentina, Sarra
vino a PanamA para quedarse 1
afio, y ya lleva 5.
"Ha convertido nuestro club de
uno bueno en uno mejor-de los que
encantan a los profesionales", dice
Lee. "Lo 6nico es que tenemos la es-
peranza de poder quedarnos con 6l".
Sarra rediseno algunamos tees,
"greens" y trampas y ademais trans-
formo otras areas. De los resultados,
dice Lee: "Es un magnifico golfista,
conoce el juego a fondo, pero su
primer amor es construir o mejorar
las canchas. Y eso es exactamente lo
que hace".
La lealtad sobra en el Club de
Golf de PanamA. Por ejemplo, esti
la Sra. Norma L. de Cris6pulos, con-
tadora y administradora durante 26
afios. Por much tiempo, ella y West-
man manejaron el club, pero hoy
dia, con un total de casi 600 miem-
bros, Norma tiene dos asistentes.
Otro de los viejos empleados del
club es Aubrey La Touche, quien
lleva 40 afios de trabajar alli. Ha
sido de todo-cantinero, mesero,
chofer y encargado del cuarto de
estantes. "Cuando quieres que se
haga algo-habla con Audrey", es el
santo y sefia. Otro fiel empleado es
Gooding McMillan, mesero, quien
lleva 24 afilos de servicio.
Los otros miembros de la directive
actual son Alfonso Brid, vicepresi-
dente; Dr. Juan Correa, secretario,
y Bob Chandler, tesorero. El presi-
dente Lee ha sido director en va-


Ganador y todavia campe6n-John Westman, por much tiempo patriarca del club,
sostiene uno de sus muchos trofeos. Duefio del Office Service Co., Westman ingreso
al club cuando 6ste tenia solamente I anlo de fundado en 1919, y fue su tesorero
durante 45 anios.


tri6n del Torneo Centroamericano
de Golf de 1968 este mes. Compe-
tirain equipos de ocho jugadores de
cada uno de los paises centroame-
ricanos y PanamA. Habrai ceremo-
nias, bailes, fiestas y, por supuesto,
una celebraci6n para la entrega
de premios.
Probablemente jugara en este
torneo Anibal Galindo, el actual
campe6n del club, y Jaime de la


Guardia, a quien Lee consider el
mejor jugador en PanamA. Sandy
Hinkle y Roberto Duran, acaban de
representar a PanamA en el Tomrneo
de Invitaci6n en la Republica Do-
minicana, llegando en 3er. lugar
entire 20 paises competidores.
La campeona del club es Fusae
Takahashi, de 19 afios, hija del Em-
bajador del Jap6n en Panamai, quien
tambien es socio.
Los mejores profesionales han
jugado en la cancha de Panama,
entire ellos Arnold Palmer, quien
jug6 en uno de sus primeros tomeos
importantes aqui en 1957. El club
ha patrocinado un Torneo Abierto
todos los afios desde 1952, cuando
compitieron Sam Snead y Roberto
de Vicenzo. Siguen adelante los
planes para el torneo de 1969 que
deberai celebrarse una semana antes
de los Camrnavales.
Como siempre, habra jugadores
en este Abierto que hablarain, otros
que se lucirAin y otros que estallarAin


I-, -if----- -- ~ ~ rant


elegidos
se altern
extranjer
dente es
ral de T
nadora
Panama








ara


QUIEN HAYA asistido a una fiesta
infantil de cumpleafios en PanamA
u otro pais hispanoamericano sabe
de la alegria que genera un objeto
festivamente adomrnado, suspendido
del cielo raso, de un balc6n, o de
la rama de un Arbol en el patio.
Oculto dentro de esta creaci6n de
vivos colors, que puede tender la
forma de un pdjaro, un animal, un
pez, o de muchas otras cosas, hay
un tesoro de sorpresas.
Es una pifiata, atiborrada de
pastillas, frutas, nueces y hasta de
pequenfios juguetes para los j6venes
invitados.
Generalmente hecha de cart6n
piedra y llena hasta el tope de go-
losinas, la pifiata es algo asi como


omper


do al fin se rompe ante el violent
embate de un atacante armado de
un palo, y riega su contenido sobre
el cual cae el enjambre de nifios
para empefiarse en alegre rebatifia.
La pifiata viene de Italia, donde
se origin probablemente a princi-
pios del Siglo XVI. En aquella 6poca
la gente buscaba como divertirse en
sus hogares. Jugaban a las adivinan-
zas, se echaban cuentos, y sohlian
hacer maldades a un jugador con los
ojos vendados. En uno de estos jue-
gos, una vasija de barro en forma
de cono, que contenia golosminas, se
suspendia de las vigas del techo, se
le daban unas vueltas, y finalmente
se rompia con un palo. Los italianos
la llamaban "pignatta", de "pigna"


La piiata espafiola era una vasija
ordinaria de barro-la olla que se
usaba para cocinar. Para disimular
su aspect poco atrayente, se pinm-
taban con figures. Estos fueron pro-
Sbablemente los primeros esfuerzos
para adomrnar la vasija redonda
chata que habria de convertirse en
las artistioas pifiatas de hoy dia.
Los espafioles dieron un signifi-
oado religioso a la pifiata y designa-
ron el primer domingo de la cua-
resma como Domingo de la Pifiata.
Ese dia se rompia la pifiata durante
un baile de mascaras y los presents
caian sobre las parejas.
Con el transourso del tiempo, la
costumbre de la pinata fue per-


ma
enatad








arieS


conl


uaerza


A los invitados se les advierte que deben darle much espacio al que va a tratar de romper la pifiata, cuando Guillermo Eduardo
Bricefio, hijo del Dr. Alejandro Bricefio y Sra. Carmen T. de Bricefio, de la ciudad de PanamA, toma su turno para romper la
oscilante pifiata en su fiesta de cumpleafios.


hace 400 afilos-quizhs
primeramente.


Aunque


ha sufrido


a Mexico


transforma-


ciones en estructura desde sus hu-
mildes comienzos, el juego de la
pifiata ha seguido mias o menos
igual. La costumbre perdura en Es-
pafia e Italia y se ha esparcido a
muchos otros paises, tales como


Portugal,


nos en la


Centro


various paises sudamerica-


costa


America,


occidental, todo
PanamA, M6xico,


Estados Unidos y CanadA.
La historic indica que en Mexico
la pifiata conserve su sentido reli-
gioso, pero en vez de ser tradici6n
de Cuaresma, se convirti6 con el
tiempo en una festividad navidefia.,
La pifiata lleg6 a asociarse con la
posada, el desfile de vecinos que
tiene lugar durante las 9 noches
antes de la Navidad y que simboli-
7a In hmnsneda dp ahrivo de la Santa


se rompe la pifiata y todo el mundo
recibe un obsequio.
No obstante ser un pasatiempo
infantil la mayoria de las veces, la
pifiata tambien divierte a los adul-
tos. En algunas regions del norte
de Italia, por ejemplo, se llenan tires


pifiatas-una


con ceniza


o harina,


otra con agua y la tercera con las
golosinas. Para diversion de los es-
pectadores, el jugador con los ojos
vendados s61o puede adivinar a cuil
de las tres debe apuntar. A los invi-
tados se les advierte que den espacio
al bateador .
En otra variaci6n del juego, todo
el contenido de la pifiata es de quien
logra romperla. Es probable que en
esta version se emplee una vasija de
barro extra dura.


En
forma


Venezuela,


campana,


utna


pifiata


con hermosos


adomnos. hecha de carton piedra o


pareja es bafiada en arroz. La tra-


dicional pifiata


de cumpleafios en


este pais es grande y muy elegant.
En Costa Rica, la pifiata ha
conservado su sencillez colonial. En
las fiestas infantiles todavia se usan
las vasijas de barro, repletas de go-
losinas, y no fue sino hasta hace
poco cuando las pifiatas, hechas de
cart6n piedra o cart6n y decoradas,
aparecieron en las fiestas ticas.
En la pifiata cubana no se usa el
palo. Los nifios halan de hermosas
cintas que cuelgan de la pinata he-


cha de carton


piedra


v con cada


tiron de los rapaces, la pifiata vuelca
su tesoro.
En Guatemala, como en M6xico,
la pifiata se asocia con las posadas
y en ambos pauses la olla de barro
todavia es lo que se usa. De interest
especial es la pifiata de Judas, que
se ve en ciertas parties de Mexico en








Pinatas

(Viene de la pdgina 7)
mexicanos se dan gusto daindole una
paliza a Judas.
Una sorpresa encantadora es una
pifiata que se usa en Ecuador. Para
la fiesta se cuelgan dos o tres figures,
primorosamente decoradas. Una o
dos contienen las golosinas corrien-
tes. La otra, al romperse, ilibera pa-
jaritos vivos! No es dificil imaginar
los infantiles gritos de alegria ante
el alado espectaiculo. Otra hermosa
costumbre ecuatoriana en las fiestas
de quince afios es una pifiata en
forma de jaba y ilena de rosas.
En PanamA, la pifiata siempre
estA present en las fiestas infantiles
y con frecuencia en agasajos para
futuras madres y en despedidas.
Desde hace unos 20 afios, la pifiata
hecha de cart6n piedra comenzo a
reemplazar a la olla de barro. Various
fabricantes de pifiatas, trabajando
en sus hogares o en sus negocios,
suplen a unas cinco o seis tiendas de
especialidades en la ciudad de Pa-
nama con pinfiatas de hermosa ejecu-
ci6n en distintas formas y combina-
ciones de colors que van desde
aviones y conejos hasta un cartucho
adornado. De no haber una pifiata
en la forma deseada, manos ex-
pertas la crearan para la temporada
o la occasion.
En afios recientes, turistas norte-
americanos en PanamA han descu-
bierto las pintorescas pifiatas y las
han Ilevado consigo. Hay tiendas en
PanamA que se ufanan de tender
pedidos de pifiatas que vienen hasta
de la Ciudad de Nueva York y de
ciudades en Sur America. La atrac-
tiva pifiata, llena de pequefios obse-
quios, golosinas de todas classes y
pasatiempos, es un medio magnifico
para eehar a andar una fiesta o
para esparcir la alegria durante los
dias feriados.
No s61o prodiga diversion la
pifiata, sino que da a los participan-
tes la oportunidad de romper algo
-lo que a veces es una experiencia
de lo mas satisfactoria. Debido a
la variedad sin limits de forma,
color y contenido, la piiiata puede


La pifiata ha sido rota y los nifios se avalanzan sobre los caramelos. Comiendose el
confite que cay6 del barco roto y armado con el palo de escoba, el pequefio Jeffrey
Morgan, hijo del Sr. Richard D. Morgan y la Sra. Julieta Preciado de Morgan, piensa
que es una magnifica fiesta de Navidad.


y cart6n piedra: Infle un globo gran-
de y amairrele un nudo en el cuello.
Cuelgue el globo y cdbralo con
cuatro o cinco capas de cart6n piedra.
Cuando 6ste se haya secado, desinfle
el globo y saiquelo. Abra en la parte
superior un hueco de suficiente ta-
mafio para poder meter las golosinas
y los pequefios presents. Amarre
en forma cruzada un cordel fuerte
alrededor de la pifiata, juntando los
extremes largos del cordel en la
parte superior. Ponga mas carton


4
yd

-K


piedra sobre esto,
seco, decorelo con
de vivos colors.
Para los que sab
eart6n piedra, este
ideal para hacer ani
para pifiatas. No h
especificaciones en c
La imaginaci6n no
la pifiata result ser
los invitados sienten
perla. Una pifiata d
(Pasa


y cuando est6
papel crespon

en trabajar con
es el metodo
males y figures
ay ni reglas ni
uanto a colors.
tiene limits, y
tan bonita que
tener que rom-
e eart6n piedra
a la pdgina 26)


'I .
I


*.. *1 - W*~fl -- L ~








Liega


Hora


Crucial Nuevo



Vicegobernador


AL MEDIODIA del 11 de octubre,
el Coronel Richard Sides Hartline,


como


Gobemrnador


Interino


de la


Zona del Canal por primera vez
desde su llegada 8 dias antes, asistia
a una ceremonia military en PanamA


Viejo, en
cambio de


la cual se verificaba


mando


de la Guardia


Nacional de Panama.


A medianoche,


estaba


conferen-


telef6nicamente con Wash-


ington e informando del golpe de
estado que trajo consigo un cambio
en el Gobiemrno de la Repliblica. Los
events enfrentaban a Estados Uni-
dos a decisions de alto nivel, ya que
la Zona del Canal, de repente, se
habia convertido en refugio tempo-
ral para las principles figures del
regimen depuesto.
Fue una repentina introducci6n
la que tuvo el Vicegobemrnador alas
frecuentes y extraordinarias respon-
sabilidades de su nueva posici6n en
esta area umnica en su genero-la Zona
del Canal.


su familiar


acababan


4k
-
tt
.a.


El Vicegobernemador Richard Sides Hartline y su esposa Harriet con su hija Nancy.
Para la Sra. Hartline y sus hijos Nancy y Douglas vivir en Panama sera su primer
experiencia en un pais tropical.


instalarse en su residencia de Bal-
boa Heights. La Sra. de Hartline
venfa de una residencia suburban
de la ciudad de Washington; el
Coronel Hartline, venia de Vietnam.


Ingeniero


soldado


professional


de gran estatura, el Coronel Hartline
ha estado en muchas parties desde
que se graduo en la Academia Mili-
tar de los Estados Unidos en 1945.
Ha servido en Las Filipinas, en Oki-


nawa, Alemania,


Corea y Vietnam,.


Naci6 en Goshen, Nueva York.
Su esposa, Harriet Dicke de Hart-
line, naci6 en Salt Lake City, Utah,
pero ha residido en Pensilvania y
en Boston. Conocio a su esposo
cuando el estudiaba para su maes-
tria en ingenieria civil en el Instituto


hija, Nancy, de 12 anfios, que naci6
cuando estaban en Okinawa.
La familiar se interest en muchas


cosas.


El Coronel


Hartline,


quien


jugaba futbol americano y lacrosse
cuando estaba en West Point, se in-
teresa ahora en el "handball". Pron-
to se encontr6 con otros aficionados
y empezaron a jugar a los pocos dias.


esposa


se describe


modesta-


mente como ama de casa y madre


comun.


Es modista


autodidacta


jardinera entusiasta, pero su mayor
interns es la pintura, que aprendio6
en Alemania.
Douglas es entusiasta del fftbol
americano. Estrella de su equipo en
la Escuela Secundaria de Annadale.


Nancy esta ya en el Septimo Anio
de la Escuela Intermedia de Curun-


du. Nacida en Okinawa,


es candi-


data a ser el segundo miembro de
la familiar de un Vicegobernador de
la Zona del Canal que obtiene su
certificado de ciudadania de Estados
Unidos aqui.


Pronto, otro miembro de


la familiar


Hartline vendrA a residir en Balboa
Heights. Es el padre de la Sra. de
Hartline, Henry Dicke, vivaz inge-


niero


jubilado,


ejecutivo de corporaciones


de 87 afios.


Tambien ha


viajado extensamente por Iran, como
consultor.
Esta serA la primera vez que la


ciando








Jonstructores


de


Botes


"OS BARCOS pesqueiros da INAPE
foram fabricados pelos estaleiros
DECO MARINE S.A.-do Panama.
A Deco 4 industrial de muito respeto.


Seu km
tacao.
Esto
revista
esDaniol


ow-how


da melhor impor-


lo dijo "0 Cruzeiro", la gran
brasilefia, y se traduce al
asn:


A
"Los botes pesqueros de INAPE
fueron construidos por los astilleros
DECO MARINE S.A.-de PanamA.
La Deco es una industrial muy res-
petada. Su capacidad thcnica es de
la mayor importancia".


En todo Centro America no hay
nada que iguale a la Deco Marine.
Fundada hace 8 afios para la repa-
raci6n de barcos, se ha expandido
en los 6ltimos 2 hasta convertirse
en un astillero complete especiali-
zado en la construcci6n de barcos
pesqueros-y su reputaci6n se ha
esparcido ya por todo el hemisferio.
El tribute de "O Cruzeiro" a la
capacidad t6cnica de Deco es un
buen ejemplo de c6mo ha logrado
su prestigio. Cuando la industrial pes-
quera brasilefia abri6 a concurso los
disefios para su creciente flota de


PESQUEROS PARA BRASIL-En el astillero de Deco Marine en la ciudad de
PanamA, los artesanos adiestrados en el astillero esthn construyendo tres botes
pesqueros para una compalia brasilenia.


botes camaroneros, los pianos de la
Deco Marine fueron escogidos en
competencia con 37 de otros licitan-
tes latinoamericanos, europeos y nor-
teamericanos. La capacidad t6cniea
de la Deco fue el factor clave.
Los barcos pesqueros construidos
por la Deco tienen una caracteristica
singular: los tanques de refrigera-
ci6on para conservar la pesca en alta
mar. La Deco ha patentado un tan-
que hecho de fibravidrio tan bien
aislado que aun en el caso de una
falla del compresor, la temperature
del agua en el tanque pierde tan
s6lo de 1 a 2 grades en 5 dias. Cada
barco que la Deco construye para
la INAPE de Brasil-Industria Na-
cional de Pesca-llevara 10 de estos
tanques, cada uno con capacidad de
2.200 libras. Otra caracteristica de
los barcos construidos por la Deco
es que pueden transformarse de ca-
maroneros a pesqueros de arrastre
en cuesti6n de un par de dias.
Los tres barcos que se construyen
en el astillero Deco para el Brasil
deben ser entregados a principios de
1969. Con el tiempo, es possible que
Deco construya hasta 30 barcos para
la INAPE, de 76 hasta 100 pies
de largo, a un costo promedio de
$100.000 cada uno.
Ya tiene la Deco en perspective
contratos para la construcci6n de bar-
cos para El Salvador, Ecuador, Ve-
nezuela y posiblemente Nicaragua.
El astillero Deco cubre 4 hectk-
reas en San Francisco de la Caleta,
en los suburbios de la ciudad de
PanamA. Esti situado en el inico
lugar en toda la costa del Pacifico
del Istmo que tiene una cuenca de
fondo rocoso y un cauce natural al
mar, tambi6n de fondo rocoso.
La selecci6n del lugar para el
astillero fue caracteristica de la for-
ma c6mo Joseph M. "Mike" Byrne
hace las cosas. Este contratista oriun-
do de Tejas, quien vino a PanamA
hace 6 lustros, se dedic6 al negocio
de la pintura durante muchos afios
antes de interesarse en los barcos
pesqueros. Esto ocurri6 en 1960,







tian facilidades para sacar a tierra
los barcos camaroneros, cuyo numero
iba en rapido crecimiento. Los bar-
cos tenian que ser carenados en las
playas cuando habia que repararlos;
colocar una quilla o reemplazar un
eje o una hblice era casi impossible.
Encontrar el sitio adecuado fue el
primer toque de suerte para Byrne.
La compra del terreno result ser
un process complicado, pero final-
mente la Deco qued6 como 6nica
propietaria de las 4 hectareas.
Las operaciones se iniciaron en
escala modest, limitadas a la repa-
raci6n de embarcaciones pequefias
-una a la vez. La fuerza original de
trabajadores fue de 7 hombres. Se
disponia 6nicamente de una cuna de
80 toneladas para los barcos en
dique seco.
La expansion de la Deco comenzo6


cuando
ci6n a A


Byrne trajo a su organiza-


L.


"Tony


Ghiloni, arqui-


tecto naval graduado en California


con 40 afios de experiencia


en el


diseiio y la construcci6n de barcos
pesqueros. Ghiloni habia tenido su
propio astillero en Puntarenas, Costa
Rica, antes de venir a Panama para
trabajar con una empresa camaro-


nera. Cuando esta cerr6 operaciones,
Ghiloni se fue para la Deco.
La reputaci6n de la Deco comenz6
a crecer cuando dio con el uso de
la fibravidrio para la fabricaci6n de


tanques de enfriamiento,


chimeneas


ventilado-


fregadores.


instalaciones patentadas por la Deco
resultaron ser tan superiores a las
hechas con hierro galvanizado que
a media aue se reeo la noticia


entire las empresas pesqueras,
mentaron los pedidos-y creci
reputaci6n de la Deco.


6
10


Tambien aumentaron sus clients.
La Deco Marine presta servicios de


reparacion y
embarcaciones


madas


mantenimiento alas
de las Fuerzas Ar-


de EE.UU.


v a barcos de


pesca de atitun y yates de gran calado.
Tambi6n construye barcazas para
cargar arena y petr6leo, transborda-
dores, lanchas y botes salvavidas de
fibravidrio que no se hunden. Hace
unos anios, la Refineria Panamai con-
trat6 con la Deco Marine el mante-
nimiento de todas sus embarcacio-
nes. Esto requiri6 una expansion
sustancial del astillero, que dio lugar
a las ooeraciones de construcci6n


I.
de barcos.


Fue caracteristico de la Deco el
que los primeros camaroneros de
casco de acero que construyo para
las empresas locales resultaran me-
jores que cualesquier otros que ope-
raban en estas latitudes. Su ventaja
principal era un sustancial aumento
de eficiencia-los barcos Deco podian
pescar a 100 brazas en comparaci6n
con las 35 brazas que era el maximo
para los pequefios barcos de madera
que se usaban entonces.
La Deco ya esti instalando equipo
para construir de 40 a 50 barcos por
afio y-lo que es mas importante-
tiene el volume de pedidos para
alcanzar esa capacidad. Ha reducido
de 13 a 5 meses el tiempo de cons-
trucci6n por barco. Puede tender
15 barcos simultaneamente para tra-
bajos de reparaci6n y puede acunar
barcos hasta de 1.200 toneladas de
desplazamiento. Su fuerza de traba-


Jo es de 200


hombres-todos ellos


panamenfios adiestrados en el astille-


ro mediante un sistema de


giratoria".
capacidad
trabajo s


Cuando
maxima,
habra


esci


se alcance
la fuerza
aumentado


uela
la
de


500 hombres.
El astillero es auto-suficiente,
pues cuenta con sus propios talleres
de fundici6n, de reparaci6n y ba-
lance de helices, de renovaci6n de
motors diesel, de carpinteria y de
maquinarias. Se estan haciendo los
pianos para ampliar los carries de
mayor tamafio para saear los barcos
a tierra. La seguridad-que se prac-
tica constantemente en la Deco-
aumentara con una adicion al rom-
peolas que protege las operaciones
de poner en dique seco a los barcos.
La alta calidad del trabajo que


hace la


%ba_
*


s' e cut.


Deco esta demostrada por


el hecho de que sus barcos estin
certificados por el American Bureau
of Shipping; la eficiencia de su fuer-
za de trabajo, por la ausencia de un
solo accident grave desde que se
estableci6 el astillero; y el creci-
miento de sus operaciones, por el
hecho de que la Deco es hoy dia
una empresa que vale alrededor de
$2 millones.
A la edad en que normalmente
los hombres piensan en jubilarse,
Mike Byrne habla con entusiasmo
iuvenil de las cosas cue habrnin de








=ANIVERSARIOS=
(Basandose sore total de Servikio Civil)


DIRECTION DE MARINA
John A. Redway
Despachador de Lanchas
Hubert A. Thompson
Oficinista
Norman A. Bennett
Ayudante Electricista
Alvin A. Bracey
Marinero
DIRECTION DE TRANSPORT
Y TERMINALES
Pedro Urriola
Primer Capataz (Manejo de
Materiales)
Telfield D. Landers


Conductor de Cami6n


Eman


Arthur L. Dale
Subjefe Oficinista


Encargado


Cuentas Corrientes


Azariah


C. Coke


Oficinista Mecan6grafo
Victoriano Ortega
Obrero (Trabajos Pesados)
DIRECTION DE INGENIERIA
Y CONSTRUCTION
Winfield Ford


Especialista
de Carga
Jos6 Arias


Capataz


en Clasificacibn


Operario


de Sonda


de Cranalla
Eric T. Nevers
Conductor de Cami6n
Sidney I. Brooks
Pavimentador
Harris Campbell
Trabajador en Cemento


Victor M. Luscap


Oficinista,


Secci6n


de N6minas


Wilfred E. Rawlins
Marinero
John B. Willis
Operario de Esclusas (Ingeniero de
Operaciones-Equipo Levadizo)
Cristopher L. Lynch
Ayudante Operario de Esclusas
George Palmer
Pasacables
Irvin F. Headley
Lubricador
Bernardo Frio
Lubricador


Albert


S. Hunter


Operario de Lancha Motora
Ervin A. Rolli
Jefe de Guardias
Edward J. Friedrich
Jefe Capataz, Mecanico Tornero
(NAutico)
DIRECTION DE TRANSPORT
Y TERMINALES
Henry L. Davis
Encargado de Mantenimiento (Cables
de Soga y Alambre
Wilfred A. Melise
Cuardia
Ruben E. Douglas
Conductor de Omnibus Esct .r
W. W. Wellington
Estibador
George A. Grimes
Conductor de Auto vil i
Charles E. Chase
Capataz Ayudante de Despacho de
Combustibles Liquidos (Muelles)
Santos Estrada
Estibador


Gilbert


G. Wilson


Mecknico Automotor


o Asfalto


DIRECTION DE PERSONAL


James A. Yates
Subjefe Especialista en


Personal y


Thcnicas


Relaciones Empleado-


Patronales
DIRECTION DE MARINA
Thomas J. Ebdon, Jr.
Subjefe Ingeniero General
Leroy Grifliths
Especialista en Clasificaci6n de Carga
Tfnhn Sftihonhcn


(Carroceria


y Guardalangos)
Arthur A. Lewis
Conductor de Cami6n


DIRECTION DE ABASTOS Y
SERVICIOS COMUNALES


Lilias I. Hurley
Especialista en Clasificaci6n de
John F. Manning
Director de Programas (Gerente


General de la Divisi6n


Walter


Carga


de Abastos)


Thorne


Operario de Tractor
Kenneth T. Bowen
Conductor de Cami6n
Violet L. Cave
C' nro-/ AlI-rv n/i -


Ulpiano Marmolejo
Sepulturero
Laizaro Martinez
Recolector de Basura
Thomas H. Riley
Conductor de Cami6n
Fitzgerald White
Almacenero
Sibert F. R. Haynes
Subjefe Oficinista de Abastos
Wilfred A. Richards


Capataz Encargado
de Grda
Herman A. Reid
Ayudante Panadero
Linton G. Roberts


de Gancho


Oficinista
C. L. Brathwaite
Obrero (Trabajos Pesados)
DIRECTION DE INGENIERIA
Y CONSTRUCTION
William H. Egger
Reparador de Central Telef6nica
Lothen E. Boyd


Pulidor


de Cemento


Harold J. Charles
Renairador de T


il6n de Grua-Planta


PinTo3


Irvin C. Boyce
Reparador de Luces de


Navegacion


a Gas
F. G. Mitchell
Lubricador (Planta de Equipo
Flotante)
Carl J. Browne
Subjefe Ingeniero General
Laurel L. Highley
Primer Capataz (Instalaciones
Reparaci6n de Equipo)
James N. Beckles
Oficinista


John E. Ridge, Jr.
Operario de Sistemas


David Murrain
Tendedor de Tuberia
Clyde E. Boxill
Pintor
Ira G. Barber
Marinero
r r;iliofr\ pncnunl


de Acueductos








HISTORIC


iace 50 cnoj
EN OCTUBRE de 1918, el Presi-
dente Woodrow Wilson expidi6 una
orden ejecutiva por la cual se exigia
licencia a todos los conductores de
vehiculos en la Zona del Canal. El
Secretario Ejecutivo de la Zona del
Canal recibi6 autoridad para nom-
brar examinadores en Balboa y Cris-
t6bal que serian responsables de
examiner a los que solicitaran licen-
cia v harian recomendaciones al
Secretario Ejecutivo sobre la idonei-
dad de cada uno de los interesados
en conducir vehiculos en las calls
y caminos de la Zona del Canal.
Esta orden revocaba ordenanzas an-
teriores de la Comisi6n del Canal
Istmico al respect.


DEL


CANAL


1
v -.


~tr.
WI .t..
- -
a


- -


Yace 25 ohoJ
HEIFETZ, mundialmente
olinista, lleg6 al Istmo para
de conciertos en la Zona
. Heifetz habia hecho una
nciertos en PanamA 2 afios
*1


antes, pero regreso como parte ce un
program de entretenimiento al per-
sonal military destacado en la Zona
del Canal.
El Teniente General George H.
Brett, Comandante General del Co-
mando de Defensa del Caribe, anun-
ci6 el 2 de noviembre una modifica-


ci6n en la political


de censura. Los


militares podrian ya decir a sus fami-
liares en la patria su exacta localiza-
ci6n en el Caribe, lo que se esperaba
que mejoraria la moral.
Los trabajadores estadounidenses
de la Zona del Canal recibieron ins-
trucciones de inscribirse para el Ser-
vicio Selectivo en el otonfo de 1943.
El Secretario Ejecutivo de la Zona
del Canal Frank H. Wang fue nom-
brado Jefe Registrador para esta
inscripci6n inicial en el Servicio
Selectivo.

Mace 10 cdnoJ
PAT QUINN, perteneciente a muy
conocida familiar de la Zona del
Canal, aparecia en una obra de
fta'r jJ r^*l ma A.7W a -r anw 1r1 f nI A. A 'aB.raill A n-


ASI ERA ENTONCES-Esta es la excavaci6n del Dique Seco N9 1 en el Terminal
de Balboa en 1914.


de Nueva York cuando fue escogida
para la obra.
La Semana del Centenario de Teo-
doro Roosevelt tuvo su climax con
un gran espectaiculo, "La Odisea del
Sr. Stevens, o Teddy Roosevelt Visita
el Istmo", en el cual tomaron parte
muchos residents de PanamA v de
la Zona del Canal. Entre los muchos
invitados de Estados Unidos que asis-
tieron, ademis de trabajadores de la
era de la construcci6n, estaban el
Honorable Maurice H. Thatcher,
Anico miembro sobreviviente de la
Comisi6n del Canal Istmico v la Sra.
de Richard Derby, hija del Presidente
Roosevelt.

.Mace 1 cno


LA DIVISION de
tiva terminaba sus
poner en operaci6or
M6vil de Ravos X.
nIa para examiner
sus dependientes


Medicine Preven-
preparativos para
i su nueva Unidad
La unidad se usa-
a los empleados y
en poblaciones v


lugares de trabajo en la Zona c
Canal, en base rotativa, con el fin
A or.,.n .l~trr nt/~-nt/ri av vrrnaA~ n\/l^r


ANIVERSARIOS
(Viene de la pdgina 12)


Frederick D. Wade
Marinero
Cardinal E. Husband
Pintor
Arthur A. Nedrick
Obrero


DIRECTION DE ASUNTOS
CIVILES
George Carrington
Operario de Piscina
Joseph S. Corrigan
Inspector de Aduana
Cleveland D. Ennis
Maestro (Escuelas Secundarias
Latinoamericanas)
DIRECTION DE SALUBRIDAD
John Lewis


Thcnico Medico (General)
Cecil B. Walker
Auxiliar de Enfermeria (Medici
General y Cirugia)
William C. Allen
Auxiliar Medico (Ambulancias)
Wellington G. Myles
Capataz Cocinero
Harold J. Morrison
n- I rxr / f f, *


ina


J


JASCHA
famoso vi
una series
del Canal
gira de co


aE


*








Montanas


de


i n
lrl


S. *


Revelaci6n


de


Usted casd tiene a los Alpes al lado suyo, si reside en PanamA. Arriba esth el chalet
de Curt Hemmerling en Bambito, un "suburbio" de Cerro Punta, donde la elevaci6n
es lo suficientemente alta para que usted aprecie las frazadas por la noche.
Abajo estA uno de los rios que lo arrullan a usted si permanece en el Hotel Dos Rios
en Boquete. El puente en esta fotograffa pasa por detrhs del hotel, y mhs
allA del mismo, escasamente rio arriba, los huespedes pueden ver donde dos rios
se canalizan en uno.


M. -_ kZIll


atura


ALAS 8 de la mafiana cuando ya el
sol tropical es candente y la hume-
dad invade el ambiente, se atraviesa
la ciudad en medio del ruido de las
bocinas, la algarabia de los vendedo-
res y los variados ruidos de mna
metropoli que despierta. Los moto-
res trepidan, las llantas chillan y el
temperament de los agents del
trainsito sube mis rapido que el sol.
Despues de muchos virajes y manio-
bras, finalmente se encuentra uno en
las afueras de la ciudad, con un sus-
piro de satisfacci6n. La ciudad es
maravillosa, pero es un alivio poder
escaparse de ella.
Luego al comenzar a viajar hacia
el occidente por la Carretera Inter-
americana, se entra a la campifia. El
camino empieza a serpentear por una
series interminable de ondulantes co-
linas, cubiertas de voluptuosa vege-
taci6n tropical. Despu6s de todo,
. este es Panama-un pals donde existe
un espl6ndido verdor, donde un sol
intenso se filtra por las espesas copas
de los Arboles y donde oimbrean las
palmeras con un ritmo que pudo ha-
ber inspirado la cumbia que imita
tan de cerca su vaiv6n. Este es el
tropico; la lluvia misma, aqui es un
instrument musical.
Pero si va mas lejos, se encontrark
subiendo alas pocas horas, y subien-
do mas lejos y mas rApido de lo que
se imagine, porque las colinas tienen
unas curvas tan tenues y se elevan
tan sutilmente, que sin notarlo, se
llega a una elevaci6n de 3.800 pies.
Se nota que la campifia ha sufrido
un cambio-los Arboles crecen mias
erguidos, los camiones van cargados
de vegetables y de otros products de
climas templados y el zumbar de los
oidos indica que Panamai no es
s6lo tropical.
Luego, una vuelta final y Boquete
se descubre ante usted, como una
flor. Pequefia poblaci6n que deja
1 1 .1 t i W



































Boquete-un valle donde hay mas flores que hierba, donde la march de la vida esth determinada por el curso lento y fhcil
de las estaciones de la naturaleza.


cuantos dias en uno de sus pequefios
hotels o pensions, durmiendo al
arrullo natural de los arroyos que
corren por doquier y comiendo como
nunca, bien y barato, y terminal uno
preguntaindose si todavia esti en
el tr6pico.
Y hay mis. Boquete es nada menos
que una elegant entrada al reino de
la naturaleza. Mas alli, al otro lado
y mis arriba de la montanfia, le espera
algo spectacular. Ascendiendo una
carretera, que pierde su suavidad y
donde la palabra "poblaci6n" pierde
su significado, entra usted en una
floresta de belleza cuasi pristine,
atraviesa la 6nica calle principal de
un poblado de casas dispersas, pasa
cerca de un chalet estilo suizo y se
ven cosas diferentes, como unas
cuantas cabezas de ganado, una finca
de vegetables, y finalmente, se llega
a una poblaci6n que se asemeja
much a las comunidades de una
sola calle del Viejo Oeste Americano:
Cerro Punta.
Este es el poblado de Cerro Punta,
Bihizano cnhrf un nrtwr vnirani gY.


Un poco mis abajo de la montafia
desde la superficie ondulante de
Cerro Punta, cuya rica y negra capa
de humus llega a 20 pies de pro-
fundidad en algunos lugares, estin
las comunidades (generalmente de
una o dos casas, cabafias o chalets)
de Bambito, El Volcin y Los Llanos.
Esta area, a corta distancia de Bo-
quete o de David, es una selva virgen
como pocas y se ven pocos turistas.
La gente es amistosa, vigorosa y
los primeros habitantes cargaron so-
bre los hombros la mayor parte de
las cosas que se encuentran alli. Uti-
lizaron mulas cuando se construy6
el primer camino, que abri6 paso a
nuevas caras y dio origen a la pe-
quefia comunidad de Cerro Punta,
pero su tierra guard la majestad
sempiterna de siglos; es una region
virgen, de escarpadas montafias y de
valles que muestran una caleidosc6-
pica series de paisajes. Las corrientes
de Boquete arrullan, pero las que
rodean a Cerro Punta rugen; parecen
rios, cuyos ripidos chocan contra
rocas migantescas v lanzan un reto al


tropical-de las palmeras a los pinos
de Panama y de una ciudad tropical
a fresca tierra alta-un lugar de la
zona templada. La temperature me-
dia es de 65 grades, en lugar de los
85, y en la noche dos abrigos nos
hacen sentir bien cuando el term6-
metro baja a 50 grades. Estamos
todavia en Panamai, pero el ritmo
sensual de la cumbia parece per-
derse en la distancia; en Cerro Punta
uno se imagine a Strauss en el vien-
to y a Beethoven componiendo el
estruendo de las corrientes.
Pero el que las montafias ahuyen-
ten a los hombres es raras veces tan
impresionante como el reverso; en
Boquete y Cerro Punta, los hombres
se han enfrentado a ellas. Alrededor
de Boquete el cafe crece en las faldas
de la montanfia, o en pendientes tan
pronunciadas que en ocasiones es
impossible ver el extremo superior de
las filas de cafetos. Flores de todas
classes aparecen en lugares extranios
y maravillosos, en la superficie de
concavas colinas, entire las rocas de
las corrientes y en las aceras de la






































El hombre de muchas leyendas-verdaderas-Glenn Lewis de Cerro Punta; trabaj6 como agrimensor para Lindbergh, cortando
maleza a pic, en la d6cada de 1920 y regres6 alli a "morir"-en 1938. Su esposa Virginia, de Oklahoma, fue integrante del
Cuerpo de Paz en Boquete.


ontanas


Ciricanas


(
hicierc


Viene de la pdgina 15)


para cortarlo a


frav~s


montanias y precipicios-cuando mni
las bestias de carga podian pasar por
lo espeso de la selva.
Muy diferentes fueron los hombres
que descubrieron este paraiso. Los
primeros que llegaron no pasaron de
12 y los que siguieron representan
casi a todos los grupos etmcos de
Panama. Boquete, por ejemplo, po-
see 31 grupos etnicos en su pobla-
ci6on de 15.000 habitantes, un 50 por
ciento de los cuales son descendien-
tes de las primeras generaciones, que
incluyen ecuatorianos y egipcios, cu-


banos
judios,


canadienses,


europeos


alemanes


orientales


Dccl-


En Cerro


Punta


viven


tambi6n


indios, de la raza guaymi. Cuando
Glenn Lewis, Curt Hemmerling y un
puniado de hombres Ilegaron a esta
area en la decada del 20, los uinicos


habitantes que encontraron
cuatro families indigenas. D
la decada siguiente lleffaron


07


eran


hurante
otros


colonizadores y a la lista de patriar-
cas se aniadieron los nombres de
Shannon, Martinz y otros mis. Co-
nocen hasta la minima pulgada de
esa tierra y la aman porque se sien-
ten unidos a ella por el orgullo intimo
de haberla sometido.
Algunos de esos patriarcas vinie-
ron a morir a Cerro Punta hace 30
anlos, y todavia estan trabajando ali.
'r- *^,^l- 1n/- .^ a -i w AII. mn^ c *v A1?


arthritis y se fumaba tres paquetes de
cigarrillos al dia. Yo le pregunt6
cuando tuvo su ultimo examen fisico:


"Ese fue el


dijero
dijo.


iltimo,


cuando me


m que tenia que retirarme",
"Asi que fui a los Estados Uni-


dos y viaj6 50.000 millas buscando
un buen lugar para enterrarme. Ha-
ba estado en Cerro Punta en 1924.
Despubs de todo ese viaje por los
Estados Unidos no pude encontrar
un lugar mas hermoso. Asi que re-
gres6, construi una casa, y aqui me
qued6 a 'morir' ".


Todavia esta


muri6ndose a los


75 anfios, fumaindose los tres paque-
tes de cigarrillos diarios, mantenien-
do la plant hidroel6ctrica que trajo
_ -^- j .. ^^ 1 A') 1 nnav nftn ci'-r fo/r.,, / -t~1


mn


^J






casa en Cerro Punta en 1947 y son


"jovenes


en los sesenta).


La reputaci6n


de Lewis


de ser


un buen vecino la sobrepasa sola-
mente su fama bien fundada, en mu-
chos campos, pues es top6grafo, fot6-
grafo, periodista y piloto. En 1924
lleg6 al Istmo como topografo del
Ej6rcito de Estados Unidos. Su tra-


bajo consistia en volar
ros" de la I Guerra


"bombarde-


Mundial


mas bien parecian cometas de pa-
pel, sobre PanamA, y decidir d6nde
se deberian construir campos de ate-
rrizaje para el reci6n planeado ser-
vicio del correo aereo centroameri-
cano de Charles Lindbergh. Lewis
encontr6 que le era bastante dificil
ver desde el aire, de manera que
baj6 a tierra. Camin6 desde David
a Cerro Punta (unas 50 millas), de
alli a la Laguna de Chiriqui, y final-


mente,


al limited


con Costa


muchas millas por terrenos abruptos.
Al principio, llevaba animates de car-
ga, pero los envi6 de regreso cuando


vio que


le servian


de estorbo.


viaje le tom6 32 dias, pero efectu6
sus studios topograficos.


vol6 con


aviador y lo retrat6 muchas veces, y
el primer servicio aereo centroame-
ricano de Lindbergh estuvo basado
en los studios de Lewis. Durante su
trabajo, Lewis sinti6 la atracci6n de


Cerro Punta v en


1932 compr6 un


terreno de 100 acres v construy6 un


campamento


para pescadores.


ese tiempo era propietario del Ser-
vicio Lewis de la ciudad de Panama
v ademas de tomar fotografias de
publicidad para el Ejercito y la Ar-
mada, era representante de los no-
ticieros cinematograificos de la MGM,


Path6, de Nueva York


v Paris


en PanamA. Cabe agregar tambi6n
que rue 61el quien hizo los primeros
documentales del Canal de Panama
para la Eastman-Kodak, y tomo mu-
chas fotografias de reptiles para los
famosos libros sobre herpetologia de
Raymod Ditmars. Tambi6n ha filma-
do la caza de caimanes, de jaguars,
y en 1923, tomo la 6nica fotografia
que existe de las flotas navales cornm-


binadas


Estados


Unidos,


AtlAntico y del Pacifico, que estaban
de maniobras en la Bahia de Pana-


John y Henryetta Winklosky, ambos recientemente jubilados del Canal de PanamA,
indican por su expresi6n como les gusta Cerro Punta.


15.000 pies de papel. La ganancia
neta fue de $7.000.
Ademis de estos logros de cuando
era "joven", Lewis hizo otras proezas


despubs de


retirarse


en 1938-una


de ellas fue la construcci6n de un
campo de aterrizaje, de 1 milla de
largo, en Cerro Punta en 1955. Sus
otras actividades, ademas de viajar
(tiene retonios de bambi detris de


su casa,


traidos


interminable


(su tl
libras
area),


e


de la India)


s. Va de caceria, pesca
de 25X pulgadas v 534


's todavia el record de esta
v va frecuentemente a Pa-


nama. Su primera esposa muri6 hace


unos


cuantos


esta casado con


anfios


actualmente


Virginia


Lewis,


quien conoci6 cuando ella trabajaba
para el Cuerpo de Paz en Boquete.
Ella es de Oklahoma v recientemente


celebraron


si segundo


aniversario


de bodas.
La pesca de trucha en Cerro Punta
es fantAstica: se nueden Descar hasta


tapires, y los que desean adentrarse
mas en la selva, pueden cazar pumas,


ocelotes,


jaguares


v venados.


cuanto a la agriculture, los cultivos
de Cerro Punta son de un tipo no


tropical; todos
zona templada


escarcha


crecen


os products de la
que no requieren
alli y dan muy


buenas coseehas.


Ademas


pnmeros


llegaron, Lewis, Matt Shannon yv el
difunto Louis Martinz, (cuyo rancho
de cria de caballos es uno de los
lugares mas importantes del area)
tambien esta alli Curt Hammerling.
quien vive en Bambito, uno de los


"suburbios


" de Cerro Punta que esta


a unas 3 millas camino abajo,


consiste en una sola casa,


a


y# que
suva.


Es un chalet suizo complete con sus


teehos


inclinados,


pequefias


venta-


nas y sus c6modos cuartos, iguales a
los dc los Alpes. Alli hay hasta frio:
ho que falta es la nieve.
El arqueologo Hemmerling vino a


esta tarea








5aan


aminar


* l 0


or


.Meto


Practice


ONCE OPERACIONES hubo que
hacer a Jorge G. para que pudiera
caminar. Despubs de una infancia de
postraci6n, ahora tiene la oportuni-
dad de crecer y convertirse en un
ciudadano 4til.
Y la pequefia Moyra M., que naci6
con la vejiga fuera del abdomen, ya
puede llegar a ser madre.
La sombria amenaza de la desespe-
ranza en sus vidas se ha transformado
en promesa brillante.
Jorge y Moyra estan entire los
muchos beneficiaries del program de
ensefianza de la Direcci6n de Salubri-
dad del Canal de Panama, el cual
forma parte integral del curriculum
de adiestramiento para medicos inter-
nos y residents en vigor en los hos-
pitales Corgas y Coco Solo durante
decenios. Generalmente desconocido
para el pdblico, el program ha dado
por resultado caso tras caso notable
de asistencia medica para hombres,
mujeres y nifios de Panama.
Cuando Jorge, de 10 afios de edad,
vino al Hospital Gorgas a mediados
de 1966, estaba condenado a una
vida de inmovilidad. La arthritis reu-
matoide que habia contraido al afio
y medio de vida habia encogido y
endurecido severamente sus rodillas,
caderas y pies. No podia doblar el
brazo derecho y tambi6n tenia con-
tracci6n de las mufiecas y los dedos.
No lo habia visto m6dico alguno
durante 7 afnos y cuando fue traido
al Servicio Ortopbdico del Hospital
Gorgas, su estado era de complete
postraci6n.
En el curso de los 2 afios siguientes
fue sometido a operaciones de los
pies, las rodillas, las caderas, el codo
y la pierna derechos-11 en total.
r -Ano ftina ~ Ai. olto nfl hoi me


Sdica


...
. Afl.,


V


Caminar otra vez-aun con muletas-
es un advance notable para este joven.
El Program de Ensefianza de la Direc-
cion de Salubridad lo puso en sus
pies nuevamente.


to erna


ria sobre su estado de postraci6n al
ser admitido al Hospital.
El caso de la pequefia Moyra lleg6
a la atenci6n de los m6dicos desde el
moment de su nacimiento. Vino al
mundo en un hospital en Panama,
condenada a morir antes de alcanzar
la adolescencia porque naci6 con la
vejiga urinaria fuera del abdomen,
sin uretra y sin vagina, y sin huesos
frontales en la pelvis. Tenia que cre-
cer durante unos meses antes de que
la ciencia mbdica pudiera hacer algo
por ella. Fue admitida al Hospital
Gorgas a los 8 meses de edad. Amun
cuando su caso era primordialmente
de interns para el Servicio de Urolo-
gia, la pequefia Moyra fue atendida
tambien por pediatras y por ortope-
distas. Los primeros analizaron sus
defects cong6nitos y los iltimos le
hicieron cirugia reconstructive para
corregir la falta de fusion de sus
huesos pelvicos.
Dos semanas despues de haber sido
admitida, los ur6logos iniciaron el
process de la reconstrucci6n plAstica
de los 6rganos defectuosos o faltan-
tes de la nifiita. Tras una operaci6n
de 5% horas, su vejiga reconstruida
estaba en posici6n natural debajo de
Slos huesos anteriores de la pelvis.
Moyra paso 11 semanas enyesada an-
tes de regresar al salon de operacio-
nes para la cirugia reconstructive
final. Despues de tres operaciones
mayores, la pequefia Moyra ha vuelto
a casa una beb6 "seca" y normal, des-
vanecido ya el espectro de la muerte
antes de la adolescencia.
Estos dos casos, que figuran entire
los mas dramaiticos de los "casos di-
dicticos" recientes en el Hospital
Gorgas, ilustran la filosofia del pro-
armrnm tle la Direoci6n de Salubridad.


de






tamente gratis. dCaridad? En cierto
sentido, si. Pero el program va mas
alli de la caridad por la caridad mis-
ma. Un segundo criterio es la no dis-
ponibilidad, para el paciente, de tra-
tamiento en PanamA. Finalmente-y
esto es lo que eleva el program por
sobre la mera caridad-el caso debe
tener valor didictico desde el punto
de vista medico. Esto es de excepcio-
nal importancia, porque el nimero
normal de pacientes en los Hospitales
Gorgas y Coco Solo no brinda toda la
variedad de condiciones patol6gicas
y clinics que require el program
de adiestramiento para medicos resi-
dentes. A traves de este program, los
m6dicos-tanto los del personal regu-
lar como los que estin adiestrindose
-aplican las tecnicas diagn6sticas y
terapbuticas que emplearin despubs
en el tratamiento de otros pacientes.
Asi Jorge fue aceptado porque su
arthritis reumatoide es poco com6n en
los nifios, y Moyra porque su anorma-
lidad cong6nita de la vejiga se pre-
senta en uno de cada 30.000 naci-


mientos, aproximadamente,
tipo mas severo,.


era del


program


conlleva


implicita-


mente un marcado beneficio para las
comunidades a las cuales sirven los
hospitals. Porque la oportunidad de
very tender condiciones poco co-
munes y several y de participar en
un program de entrenamiento de tan
alta calidad estimula a los facultativos
a ingresar a los cuerpos m6dicos loca-
les. Esto inevitablemente se traduce
en normas profesionales mis elevadas
y en un nivel de prictica m6dica mas
alto. Un m6dico en los Estados Uni-
dos, por ejemplo, tiene poca oportu-
nidad hoy dia de tratar un caso de
tuberculosis de la column vertebral.
Al escribirse este articulo, various ca-
sos de este tipo, de distintos grades
de severidad, habian sido tratados
por el Servicio Ortopedico del Hos-
pital Gorgas. En todos hubo que cor-
tar los tejidos dafiados en las verte-
bras y hacer fusiones de la column.
Dicho sea de paso, tres de los casos
eran de indiecitas guaymies. El tra-
tamiento de estos casos, aun cuando
no se presentan con frecuencia en la
practica future, da al m6dico tan de-
tallado conocimiento de la region


I
I.


*7i !


* .rr
* I
Li
4
4'-
*


*


anat6mica afectada y lo famniliariza a
tal grado con estas tecnicas de cirugia
en particular, que podr6 aplicarlas
con gran provecho a otras condicio-
nes que afectan la misma region del
cuerpo human. El beneficio director


recibieron


tres indiecitas


guaymies sera de provecho posterior-
mente a otros pacientes afectados por
condiciones diversas de la column
vertebral que requieran intervenci6n
quirurgica.
Como es de esperar, el program
de adiestramiento es much mis ac-
tivo en el Hospital Gorgas que en el
de Coco Solo. Pero en ambas insti-
tuciones se exigen los mismos requi-
sitos para los "casos didicticos". El
program ha hecho del Gorgas un
hospital de ensefianza igual a cual-
quiera en los Estados Unidos y ha
contribuido asi a que en el Istmo se
cuente con atenci6n m6dica igual a
la que se da en los principles centros
de Estados Unidos.
Es important comprender que el
Hospital Gorgas ha tenido un progra-
ma de ensefianza desde hace 40 afios
por lo menos. Este se inici6 cuando
se reclutaban medicos interns por
primera vez y luego fue ampliado
gradualmente hasta abarcar a los me-
dicos residents. El grueso de los ca-
sos didacticos en el Hospital Gorgas
proviene de pacientes tanto nortea-
mericanos como panamefios que go-
zan de los privilegios de hospitaliza-
ci6n en la Zona del Canal. Son sola-
mente los casos fuera de lo comun,
los que son dificiles de diagnosticar
o que presentan problems en cuanto
a tratamiento, los que provienen de
PanamA. Esto permit a la Direcci6n
de Salubridad avudar a los mis nece-
sitados y a la vez ampliar la expe-
riencia clinic de su personal m6dico
que esta reciblendo adiestramiento.
La Sra. Eduarda R. vino al hospi-
tal Gorgas con un coto masivo, su
glindula tiroides crecida del tamaflo
de una pelota de futbol. Las dimen-
siones normales de la glAndula son
las de una pelota de golf. El peso del
enorme tumor la obligaba a caminar
encorvada y apenas podia tragar o
resnirar. El caso fue tornado nor la


.... ..--" } '| n


Secci6n de Medicina Nuclear, pero
el bocio estaba muy avanzado para
ser tratado con yodo radioactive. La
Sra. R. hubo de estar bajo tratamien-
I- -- A -1 - -- -_. _..__ >_ C -- .H. -q r. J I ^J *-- &*-..h *








yudnan


(Viene de la pdgina 19)
quirurgica. Cuando se le hizo la ope-
raci6n, result ser el bocio mAs gran-
de jamAs extraido en el Hospital Gor-
gas en la memorial de medicos vete-
ranos y uno que rara vez se ve en
los textos m6dicos. La Sra. R. estA
curada.
La cirugia plastica de los labios
hendidos-un defecto cong6nito-no
es ficil, particularmente si el paladar
esta afectado tambien. Bajo el pro-
grama de ensefianza, various casos de
este tipo han sido tratados con &xito,
la mayoria de ellos nifitos cunas de
San Blas. Esta condici6n se encuentra
solo ocasionalmente en una poblaci6n
tan reducida como es la de la Zona
del Canal. La oportunidad de ver y
tratar estos casos adicionales hace a
los mr6dicos en los hospitals de la
Zona del Canal mas aptos para aten-
der a futuros pacientes.


casos


de picadas de vibora


siempre son de interns para la pro-
fesion medical. Uno de estos fue el
de Rengifo A., indio choc6 de unos
12 afios de edad. Fue mordido por
una culebra X debajo de la rodilla


derecha


mientras se dedicaba a la


agriculture en el area del Lago Mad-
den. Los vecinos le aplicaron un tor-
niquete muy apretado, hecho de hier-
ba. Transcurrieron horas antes de
que pudiera ser llevado al hospital, y
durante ese tiempo el torniquete no
fue aflojado una sola vez. Cuando el
paciente fue admitido, el torniquete
le habia causado una gangrena. El
joven Rengifo se cur6 de los efectos
del veneno del reptil, pero hubo que
amputarle la pierna just en la linea
del torniquete. Al finalizar su trata-
miento, que dur6 170 dias, Rengifo
sali6 del hospital con una pierna
artificial.
No todos los pacientes que son
tratados bajo el program de adies-
tramiento para m6dicos residents


comienzan como
Eduardo B., de


casos


didacticos".


afios, con las c6r-


neas de los ojos seriamente afectadas
por una infecei6n, fue "adoptado"
por los hombres de una compania del
Eibrcito de E.E. U.U.. auienes subs-


C aminar
aminar


bido a la falta de un banco de ojos-
no tuvo 6xito. Pero ya se habia ago-
tado el fondo donado por las tropas,
de manera que Eduardo fue tornado
como "caso didictico". Desde enton-
ces se le ha practicado un transplant
de cornea del ojo izquierdo y una
extracci6n de catarata y todavia
esta bajo tratamiento en el Servicio
Oftalmol6gico.


La variedad de los


casos didaicti-


cos" es tal que cada servicio en am-
bos hospitals llega a tenerlos en una
u otra ocasi6n. Cuando Luis E., de
8 afilos, oriundo de Escobal, Provincia
de Col6n, fue operado para extraerle
los fragments de hueso que presio-
naban un nervio, lo que le causaba
una paralisis facial, era apenas la se-
gunda vez que este tipo de cirugia se
hacia en el Servicio de Otorrinolarin-
gologia del Hospital Gorgas. El mu-
chacho habia sufrido una fracture del
craneo various meses atras al caerse en
un muelle. Los pedazos de hueso que
presionaban sobre el nervio facial le
paralizaron el lado derecho del ros-
tro. No podia cerrar el ojo derecho
-ni aun para dormir. Este tipo de
cirugia es factible aqui desde hace
poco solamente. Luis esta todavia


bajo observaci6n cada 3 meses, pero


ya ha recuperado
funciones faciales.


el 95% de las


Miriam P., hoy dia una adolescen-
te, naci6 sin los dedos pulgares y sin
el radio en ambos brazos. No podia
sujetar objetos. Los cirujanos ortope-
distas del Hospital Gorgas le recons-
truyeron el indice de cada mano en
un pulgar, lo que requiri6 mover el
digito de una posici6n a la otra. Tam-
bi6n fusionaron los huesos de la mu-


neca.


Miriam, cuyo tratamiento ha


tornado unos 4 afios, ya puede sujetar
objetos con tres dedos y un pulgar
en cada mano.
Estos casos son apenas unos cuan-
tos de los muchos que demuestran
dramaticamente lo que la ciencia m6-
dica puede hacer hoy dia por el ser
human, como tambi6n los beneficios
para todos los que estain involucrados
en el program de ensefianza. Una
lista mAs comoleta de los casos nota-


Vi


vir


ambos rifiones, de problems de inter-
sexo, de deformidades de pies equi-
nos, fractures, heridas, complicacio-
nes de post-polio, enfermedades de
la piel-y muchos mAs.
Los "casos didicticos" llegan a los
hospitals de la Zona del Canal en
formas diversas. A veces los m6dicos
de los propios hospitals los eneuen-
tran; otras veces son referidos por
m6dicos en PanamA que conocen el
program de ensefianza en la Zona
del Canal o por medicos misioneros
que visitan lugares apartados de la
Repiblica; a veces son traldos por
sus patrons en la Zona del Canal.
Los participants en el program
de ensefianza de la Direcci6n de Sa-
lubridad son m6dicos internos y resi-
dentes, bajo la direcci6n de especia-
listas certificados de los cuerpos m6-
dicos de ambos hospitals. Segdn la
especialidad eu la cual se adiestran,
los residents permanecen de 2 a 4
ailos en el Hospital Gorgas. Al finali-
zar su period de adiestramiento, es-
tan calificados para pasar el examen
de certificaci6n en su especialidad y
obtener el reconocimiento official de
su condici6n de especialistas.
El crecimiento del program de
ensefianza en los hospitals de la
Zona del Canal en los 4ltimos 10 afios
habla por si solo de su gran valor. Se
trata de un program de grandes pro-
yecciones para la salud de los enfer-
mos cr6nicos y graves de Panama y
la Zona del Canal. Para los pacientes
provenientes de PanamA, significa
obtener la atenci6n m4dica que nor-
malmente no estaria a su alcance por
distintas razones. Para los pacientes
en la Zona del Canal, significa la
aplicaci6n a ellos de tecnicas que los
medicos no habrian aprendido o ejer-
citado en el curso de su prActica nor-
mal. Para los m6dicos significa la
oportunidad de ver y ejercitarse en
enfermedades de tipo y severidad
que probablemente no llegarian a
encontrar en toda una vida de praic-
tica, ampliando asi sus horizontes
profesionales.
Y aunque fue concebido primor-
dialmente nor su valor cientifico, el










o


TRABAJO DE ENGRASE-Francisco Wason, aceitero (de
rodillas) engrasa la polea del sistema de la cadena de la valvula
de vistago vertical ascendente. Leslie C. McIntosh, aceitero,
engrasa los rodillos guias en la parte superior de la vailvula.


UN PEQUENO mundo subterraineo


existe


"allia abajo".


Y no nos referimos a las antipodas.


Los de


"allia abajo",


en este caso,


son los hombres que trabajan bajo
las eselusas del Canal de Panama y
caminan por un laberinto de tuneles
de miles de pies de largo que exis-
ten debajo de la superficie de las
eselusas del Canal.


cdo. Unos 20 encargados de mante-
nimiento-pintores, lubricadores, ar-
tesanos y ayudantes-trabajan por lo
general todos los dias. Por la no-


hombres


atienden


en cada


las llamadas


esclusa,
servicio.


Tambien puede que durante la no-


se encuentre


una zarigiueya,
las n6rominas.


una boa


pero no figuran en


y el tunel se extiende 300 pies mas
alla a cada extreme, es un buen ejer-
cicio. Todas las esclusas tienen las
mismas dimensions.
Oliver G. Paterson, de Los Rios,
eapataz operario de esclusas en las


Esclusas


mayor
el lado


de Miraflores,


grado


Pacifico


Gobierno


es el de


en esta posici6n


del Istmo.
Estados


Unidos


Las esclusas


caracteristicas


Canal tienen
naturales: las


casetas de control, sobre el nivel del
suelo; las operaciones sobre el terre-
no que incluyen a las paredes de las
esclusas, y las que tienen lugar "alla


El eapataz mecanico operario de
esclusa y su contraparte, el eapataz
electricista operario de esclusa, tie-
nen las posiciones de mas respon-
sabilidad. Anteriormente, el capataz
mecanico era el "jefe del tn iel" y


desde 1939.
En Pedro Miguel, el jefe de los
capataces operarios de esclusas en
trabajos de mantenimiento es Joe
Young, que sirve desde 1941. Desde


ese aiio


empezo


a trabajar


abajo"
trabaj


. El numero de hombres que


in


"alli abajo"


varia. Durante


un period de reacondicionamiento,
se emplea unos 950 empleados ex-


tra; 700 de la


Division de


Eselu-


sas y unos 250 de la Divisi6n de
Mantenimiento. Luego que las ca-
maras son desaguadas, los hombres


a efectuar


el reacondiciona-


el tunel


siendo su


domino.


Pero, no importa cual sea el titulo,
el trabajo require una gran can-
tidad de ejercicio, especialmente de
las piernas.
Generalmente, el mecanico ope-
rario de esclusas, da su "caminadita"
temprano en la maiiana. Camina a
todo lo largo del tunel junto con su
1 .. . . 1f .. .. .,-. , ,


.... A- -~ ,~ ,~ -' - -' -~ -~ -' -. - .-% ,~


Gramlich, eapataz operario de esclu-
sa. Otro cuvos servicios son easi tan
extensos es Ray F. Hesch, tambi6n
capataz operario de esclusas, quien
comenzo en 1942.
El decano de los capataces mecai-


flicos


torneros


de las Esclusas


Catun es Daniel A. Lawson, quien
comonzo on 1936.
Et 1 1 n,,- -. /I/ w. h ^-S .1, fr-^.a -^rf-. I ,xn 1 I 1 t nLi





















* ;.
I k4


:t&..
:~
L..z i.


I -. 'II


4
4,-.


r
-U
t%4
p
V.
A
.5.....
---


TUNEL DE LA PARED CENTRAL, mirando hacia el norte, muestra la larga caminata que espera a los trabajadores del
tunel. Las cajas de lubricaci6n esthn montadas en ambos lados. Mas alia de las cajas de lubricaci6n esthn las defenses de las
ruedas de las compuertas.


Trabajan


Abajo"


(Viene de la pdgina 21)
gramas de inspecci6n para el comien-
zo de cada tumrno y herramientas de
mano para pequefias reparaciones,
limas, y otras para operaciones me-
nores de montaje.
El capataz electricista operario de
esdlusa, tiene deberes similares a los
de su colega, except que en su caso
tienen que ver con el intrincado equi-
po electrico de los tuneles. En cier-
tos puntos las maquinarias y equipo
electrico se encuentran a media milla
de la caseta de control.
Cada tfinel esta dividido horizon-
talmente en tres pisos-el inferior
para el drenaje, el del medio para
los cables y el superior como un pa-
1- I t


pies de diametro, de mas de 35.000
libras de peso, montadas horizontal-
mente sobre un gran eje central. Son
las que abren y cierran las compuer-
tas por medio de un brazo metalico
que las conecta. En el pr6ximo inter-
columnio esta el pequefio motor de
40 caballos que opera la rueda maes-
tra que a su vez hace girar las puer-
tas gracias a una drastica reducci6n
de velocidad.
Tambien se usa un motor de 40
caballos para operar las valvulas de
vaistago de elevaci6n vertical.
La maquinaria original, instalada
hace 54 alios por los constructores
del Canal, opera todavia. Durante
mas de medio siglo han frabajado las
*1 i 1 1 1 l *


res han hecho su trabajo. S6lo los
motors han cambiado. En un tiempo
eran de 25 caballos.
A Io largo de los pasadizos, alia
abajo, a intervalos se encuentran
cuartos de transformadores y en la
pared central existen pozos de flota-
dores para determinar la profundi-
dad del agua en cada una de las
camaras de la esclusa por medio de
los medidores de la caseta de control.
La maquinaria para la cadena de
defense, que evita que las naves pue-
dan golpear contra las compuertas.
require lubricaci6n peri6dica y se
encuentra en un foso de unos 70 pies
de profundidad. Una escalinata llega
easi hasta el rondo( usAndose una
.. .. --__------- l ----t nlr


A
Li


" ..A?-







caseta de control por un sistema de
cilindros hidrAulicos. Una luz roja
encendida en la pared sefiala que
la cadena ha sido subida. Cuando
la cadena baja, se apaga la luz. Hay
ranuras en la pared y en el fondo
de la camara y, cuando una nave esta
transitando, la cadena cae en esas
ranuras y abre paso. Un diagrama
que esta en la pared del tunel ofrece
detalles de la operaci6n.
La mayor parte del trabajo se
efect6a a unos 8 pies bajo el suelo,
a pesar de que los lubricadores de
los vastagos de elevaci6n vertical,
bajan una vez a la semana a lugares
que estain a 20 pies bajo el nivel del
tunel. Tambi6n se lubrica semanal-
mente la maquinaria que mueve las
compuertas.
Se hacen inspecciones peri6dicas
en los conductos el6etricos y de agua
y en las bombas de los sumideros
en el t6nel inferior.
Un agujero de unos 3 x 4 pies,


permit acceso al
de todos, que est
de las camaras de
ce la entrada de
mas de 50 afios,
hacian la inspecec
ese tunel bajaban
colocada contra li
mejor6 la operaci6
bajaban al Area en
te, muy parecido


tunel mas inferior
Ai debajo del piso
las esclusas. Pare-
un abismo. Hace
los hombres que
i6n en el Area de
por una escalera
i pared. Luego se
n y los inspectors
un asiento colgan-
a un columpio.


La ultima mejora, que esta siendo
instalada, consiste en un elevador
de metal donde se coloca la persona
que va a ser bajada o izada.
Ese mundo subterraineo del Canal
de Panama posee ademis una bomba
y un sistema de rociadura automitica,
principalmente para proteger las
compuertas y para la protecci6n del
personal de la caseta de control en
caso de que se incendie una nave.
Papel poco conocido del Area sub-
terrAinea de las esclusas es que sirve
tambi6n de refugio. Raciones de
emergencia de la defense civil y pro-
visiones de agua potable son alma-
cenadas en cada tunel e inspecciona-
das peri6dicamente.
Toda la maquinaria de las esclusas
es activada desde la caseta de con-
trol. Antes de ejecutar cualquier tra-
bajo de mantenimiento, se informa
a la caseta sobre la maquinaria
precisa que sera puesta fuera de
operaci6on.
La proporci6n de accidents en
ese mundo subterrineo es extrema-
damente baja, debido a la existencia
de buenas normas de seguridad. Lue-
go que la caseta de control ha sido
informada sobre cual sera la maqui-
naria que estari fuera de operaci6n
y en la que se trabajara, se colocan
avisos a cada extreme del area. Los
empleados responsables ponen un
candado en el equipo en que van a


trabajar. Esa Hlave s61o la tienen ellos.
Los capataces tienen cuatro canda-
dos que s6lo abren sus leaves perso-
nales, y se coloca una tarjeta con el
nombre del trabajador sobre la ma-
quina y el equipo se tranca, para
evitar que se le ponga a funcionar
mientras se estai trabajando en 61.
La vida "alli abajo" tiene sus
moments de agitaci6n, completa-
mente aparte de la operaci6n de las
esclusas y sin embargo, relacionados
con ella. El Conejito Blanco de "Ali-
cia en el Pais de las Maravillas" pue-
de que no aparezea por esos tuneles,
pero de vez en cuando, se ven ser-
pientes, especialmente boas, mayor-
mente al principio de la estaci6n
lluviosa. Las serpientes son traidas
por las grandes crecientes de los rios
y cuando las compuertas se abren,
se meten en los tuneles reptando por
los brazos que mueven las compuer-
tas. A pesar de que la mayoria de
las serpientes son boas, unas cuan-
tas viboras tambibn han efectuado
visits a los tuneles.
Tambien se han metido unas cuan-
tas zarigiieyas y de vez en cuando
un mono perezoso ha trepado por
la cerca y llegado hasta el tunel don-
de se enrosca como pelota deshila-
chada hasta que lo encuentran y 1o
echan fuera.
Como ven, hay much que ver
"alia abajo".


I p
Is
V.


I..
I
- *


C-
4,. dl
qCj
IF


Itr *V*,ffi


k
~4j ~r..: i
-


p.-
t. ^ Ill^
_ ^ 4-


.4 ..t.


V


I







MOVIMIENTO DE PRINCIPLES PRODUCTS
Del Pacifico al Atlantico


Superbarco


(Cifras


Product


Menas, varias.-------------------
Planchas de Acero y Hierro
Lmninas y Bobinas


Planchas de Hierro y


A zucar-------------------- --
Harina de Pescado -- -- --


Metales,


various


Acero_


Toneladas


Hierro y Acero, manufacturados,
miscelaneos
Bananos-----------------------
Pulpa de Madera..--. ------
Productos alimenticios refrigerados
excepto bananos)------ --
Madera laminada y revestimientos_--
Alimentos enlatados ...
Potasa---------- --_ ------------
Petr61eo y derivados_
Caf1 ---- ------ ---
Demas products ..
Total- ____------.


Largas)


Primer trimestre del afio fiscal-


1,231,354
820,697
806,677
741,682
414,055
329,865
315,711
296,801
282,618
274,150
208,441
179,491
158,284
150,126
148,325
2,469,938
8,828,215


1,037,172
156,297
150,127
832,038
360,526
354,308
580,635
319,838
238,167

300,276
121,409
210,355
115,546
618,861
105,582
2,990,402
8,491,539


Arribar A


Promedio
1961-65


282,514
N.A.
N.A.
693,908
N.A.
274,741
N.A.
274,753
130,271

196,404
N.A.
253,387
130,271
490,599
109,537
4,507,046
7,343,431


Del Atlhntico al Paeffico
(Cifras ena Toneladas Largas)
Primer trimestre del afio fiscal-
Producto 1969Prom9di
1969 1968 1le65

Petrhleo y derivados-.-.-- --. 4,199,180 3,594,632 2,848,139
Carbon de Piedra y Coque --- 3,544,096 2,504,584 1,521,383
Fosfatos------------ 1,225,062 931,022 497,992
Maiz---- ------- 736,428 607,078 299,197
Metales (Chatarra) 704,733 1,260,135 812,008
Sorgo- ------ 556,250 365,211 N.A.
Trigo--- ----- 506,225 296,723 179,668
Frijoles de Soya--- --- --486,988 554,388 279,937
Menas, varias --- --- 397,495 431,630 70,671
Metales (Hierro)-- ------------ 373,884 969,036 48,694
Azucar---- -__- 262,432 297,063 367,986
Papel y Productos de Papel--- ------- 227,536 167,788 108,532
Products Quimicos, varios- --.----. 161,048 252,706 161,332
Arroz------------------- 149,353 85,376 28,632
Algod6n, en Balas _._._ _-__ 145,004 97,441 79,961
Demas productos---------...-.. 2,730,438 -2,493,467 2,122,496
Total-_--------__ -16,406,152 14,908,280 9,426,628
MOVIMIENTO DEL TRANSIT SOBRE PRINCIPLES
RUTAS COMERCIALES
La tabla que apareue 4 continuici6n indica el desalose del numero de travcs~s de grandes embar-
caciones comerciales (de 300 toneladas netas o mAs) entire las echo principals rutas comerciales:
Primer trimestre del anfio fiscal-
Rutas Comerciales Promedos
1969 1968 de Tr~nsitos
1961-65
Intercostal delos EE. UU.__--____-_ 102 99 116
Costa este de los EE. UU. y Sur Am6rica -- --411 392 590
Costa este de los EE. UU. y la America Central .. 177 159 124
Costa este de los EE. UU. y el Lejano Oriente 821 730 566
Costa este de los EE. UU./Canada y Australasia 117 103 87
Ctrn .nn t r .nnfa Ae ins V TITI //n nnfl fl r


En


Febrero


UN NUEVO rey de los mares, el
Queen Elizabeth II de la Cunard
Line, de un valor de $75 millones-la
nave mis grande que podra transitar
los canales de Panama v Suez-tran-


sitara por primera


vezelCanalde


Panamai, poco despu6s de su primer
viaje, que tendrA lugar en enero, des-
de Southampton a Nueva York. La
nave llegara al Istmo el 24 de febrero.
Aclamado como el buque mas se-
guro a flote, el Queen Elizabeth II es
un transatlantico de double prop6sito.
La mitad del afio navegara per el
AtlAntico Norte, entire Inglaterra y
EFstados Unidos; durante el resto del
afio hari cruceros a la Costa Occi-
dental de los Estados Unidos, tocan-
do en puertos del Pacifico. Es much
mas pequenfio que sus predecesores.
El tonelaje bruto del Queen Eliza-


beth II


es de 58.000 toneladas, en


comparaci6n
Queen Mary
Elizabeth.


con


81.237


las 82.997 del Queen


El largo total del barco


es de 963


pies, su ancho, 105 pies.
El Queen Elizabeth II posee mu-
chas caracteristicas unicas: facilida-


des para


que entren


y salgan del


buque, con su propia maquina, 80
autom6viles; todos los restaurants
en la cubierta superior; un 75 por
ciento de los camarotes tienen vista


al mar


todos con cuarto de baio y


servicios higienicos privados; posee
mais espacio abierto en las cubiertas
que cualquiera otra nave y cuenta
con impulsores de proa para facilitar
su arrimo a los muelles cuando no se
consiguen remolcadores.
BAsicamente, el Queen Elizabeth
II no tendra classes como se acostum-
bra actualmente en los grandes bar-
cos de lujo. La nave s61o tendra una
cubierta de cuartos pdblicos reserva-
dos para los pasajeros que paguen
una tarifa extra.
La nave esta construida casi cornm-
nioletamente de materials no combus-






TRANSIT


EPOCA


CRUC


LA TEMPORADA de cruceros de
1968 a 1969, a partir de este mes,
traera al transatlAntico de lujo Sta-
tendam, de la Holland-America en el
curso de cinco cruceros. La nave tran-
sit6 el Canal de Panama el mes pasa-


do, en el primero de various
de Festival por el Caribe".


El Statendam, cuyo agent


"Cruceros


es Pa-


cifice-Ford, S.A. durante estos cruce-
ros, parte de Los Angeles y ancla
en siete puertos del Caribe, lo mismo
que en varias bahias de Mexico y
Sur Amnrica. En el curso de Cruce-
ros de Festival el Statendam transit
el Canal en 10 viajes. Cada crucero
dura 25 dias y cubre 9.300 millas.
El Southern Cross transit el Canal
el 6 de noviembre y lo hara nueva-
mente el 18 de diciembre, de acuer-
do con Pacific-Ford. El Akaroa tran-


sitara el 4 de diciembre


V1S-


opera de Navidad llegara a Balboa
el Northern Star para transitar el
Canal el dia de Navidad. El iltimo
dia del aio llegara el Stella Oceanis,


que atraeara en Crist6bal
el dia de Anfo Nuevo.


partira


C. B. Fenton & Co., Inc. inauguro6
su temporada de cruceros el mes pa-
sado con la llegada del Bergensfjord
y el Kungsholm a puertos del Canal.
El 3 de noviembre, Dia de la Inde-
pendencia de Panama, lleg6 a Cris-
t6bal el Sagafjord para transitar in-


Nacionalidad


Belga----
Brithnica-----
Chilena----.
China Nac...
Colombiana_
Cubana --.- -
Danesa ...
Ecuatoriana -_
Francesa-- ---
Alemana Occ._
Griega ------.
Hondurefia..
India------
Israelita ----
Irlandesa .
Italiana-----.
Japonesa .
Liberiana ..
Mexicana .
Holandesa .
Nicaraguiiense -
Noruega ....
Panamefina
Peruana-----
Filipina----
Surcoreana -
Sovietica.. .
Sueca------
Suiza--------
Estadounidense
Otras---


Total


COME


CIAL


NACIONALJDAD


Primer trimestre del aio fiscal-


No. de
transitos


Toneladas
de carga
41,347
3,041,454
196,193
269,534
131,801
135,797
672,463
13,772
297.870
1,139,646
1,330,420
32,019
138,413
177,936
65,973
414,611
2,303,735
5,733,048
143,895
516,715
29,467
3,648,181
665,703
181,874
149,850
81,617
158,922
920,907
4,340
2,194,535
402,329
25.234.367


No. de
trainsitos


Toneladas
de carga
70,367
2,966,604
161,043
200,338
104,221
95,641
581,532
32,174
279,679
1,335,386
1,090,789
24,091
141,676
147,991
6,836
538,727
1,754,164
4,740,073
42,846
376,851
32,594
4,166,718
576,246
158,897
100,058
10,821
111,120
787,315
36,266
2,211,600
517,155
23,399,819


1961-1965


No. de
transitos


31
20
64
1
78
12
35
278
164
49

14
1
51
221
225
7
147
15
347
112
30
15
1
2
91
10
439
35


Toneladas
de carga


37,985
2,047,775
212,446
141,456
107,839
3,747
359,386
14,195
198,935
849,505
1,612,077
37,823


60,334
7,799
300,464
1,266,483
2,186,987
16,402
701,987
25,293
2,520,866
468,194
145,532
58,712
9,315
16,602
529,290
20,413
2,623,810
188,407
16,770,059


mediatamente.


nave


atraco


Balboa desde por la tarde, hasta la
1 a.m. del dia siguiente.
El Federico C., representado tam-
bien por Fenton, hara una series de
escalas en Crist6bal, a partir del 30
de diciembre. Partira de Port Ever-
glades, Florida, hara un crucero por
el Caribe y atracara en Cristobal por
unas 10 horas. La nave regresara a
Crist6bal para visits de 12 horas, el
13 y 27 de enero, el 10 y 24 de febre-


ro, el 10 y 24 de marzo,
21 de abril.


el 7 v


El Bergensfjord debera llegar a
Crist6bal a fines de enero, transitarn


el Canal


atracara en Balboa.


TRANSITOS


Naves mercantes:
De gran calad


ACOMERCIALES


o------


Pequefias'--------------
Total-----------------
Naves del Gobiemo de los Estados
Unidos:
De alto bordo ---- ----_----
Pequenfias----------------


Y DEL


COBIERNO


Primer trimestre del afio fiscal-


Del Atlhn-
tico al
Pacifico


Del Paci-
fico al
Atl~ntico


,8tO1

381
40


Total


350
36


I - I


Promedio
de
Trtnsito
1961-65


Total








- I~8s


(Viene de la pdgina 17)
mayoria de los primeros trabajos ar-
queol6gicos de Panama. Miles de
objetos que descubri6 se exhiben en
el Museo de PanamA y en institucio-
nes del extranjero. Tambi6n cultiva
caf6-14 mil cafetos-y sabe muchas


histories acerca de Cerro
rante las noches con un v
y frernte a la chimenea
historic de c6mo comenz6
ci6n en ese lugar.
Hay otros viejos en C
y se enorgullecen del e


Punta. Du-
aso de vino
cuenta la
la civiliza-


erro Punta
piteto. No


Pifnatas
(Viene de la pdgina 8)
es much mis dificil de romper que
una de olla de barro. Esto permit
mas intentos por romperia y regar
el tesoro que contiene.
Otro m6todo para hacer una pifiata
utiliza un eartucho fuerte y cart6n,
y cualquier cosa que se le pueda
coser, engrapar o pegar para darle
forma y hacerlo resistente. El cartu-
cho, una vez decorado con papel
cresp6n, puede convertirse en un pa-
yaso, en la cara de un animal o en
otras figures.
Una vasija de helados de 1 gal6n
o una cajeta de sombrero es una base
excelente para una pifiata. Ad6rnela
con papel crespon y afnadale los ras-
gos para hacer la cara de un animal
o un pajaro, una flor o una fruta. Las
pifiatas de cartucho y cart6n son mis
seguras que las de barro y no lasti-
maran a nadie al romperse.
Haga una pifiata con cualquier m#-
todo. Cuelguela, cerciorandose que
la cuerda pasa por un gancho o una
garrucha para poder subirla y bajarla
y darle vueltas. De este modo, el
maestro de ceremonies puede quitar
la pifiata del camino del palo.
Ahora divibrtase cuando el nifio o
el adulto con los ojos vendados trata
de darle con el palo. Se permiten tres
oportunidades y el juego continma


ntana


habran encontrado la Fuente de la
Juventud, pero las montafias han
demostrado ser un remedio mis
eficaz que las aguas de la vieja le-
yenda. Sus espiritus se mantienen
siempre j6venes. Sus caras, sus voices,
su amistad reflejan todo el esplendor
natural de los rios y corrientes,
de los f6rtiles values y de las im-
ponentes montanlas cuyos picos de
11.000 pies no sobrepasan el espi-
ritu de esta gene que las consider
su hogar. Ademas de los ya mencio-
nados estan Leonard Butzes, y su
esposa, ambos en los ochenta, y los


hermanos Gutierrez-uno de los cua-
les vino a Cerro Punta a "morir" de
tuberculosis hace 20 anfos. Tienen
sembradas grandes parcelas. Y hay
un "viejo" barbero que da servicio a
domicilio todas las semanas y que ca-


mina por un camino de 3 millas de
largo y de 40 grades de declive.
Tambi6n hay jovencitos en el area,
como Tommy Carruth quien inspire
la idea de escribir este articulo. Cuan-
do le dijimos una tarde que estaba-
mos buscando ideas para un articulo,
dijo: "En el interior hay un lugar
hennrmoso que les podria interesar.
Todo el mundo va a morir alli-y
vive 30 afilos mas". Carruth tambi6n
tiene la fiebre de las montafias. Es
un contratista de la ciudad de Pana-
mAi y siempre que puede, vuela a su
retiro de Cerro Punta.
Las ventajas de Boquete y Cerro
Punta para solo un fin de semana,


hiriqul


algo que mas bien despierta el ape-
tito, les pareceran increibles. Se
puede conseguir alojamiento por me-
nos de $20 por pareja, con baio pri-
vado e incluyendo todas las comidas.
Al ir al otro lado de la cordillera
hacia Cerro Punta, puede detenerse
en el hotel Dos Rios de El Volcan.
Mas arriba, camino a Cerro Punta,
esta el chalet de Curt Hemmerling,
con un comodo anexo para huespedes
y que le proporciona una excelente
comida-a precious sumamente bajos.
El viaje desde la ciudad de Pana-
mAi es suave, rapido y la 6nica demo-
ra son las paradas que tendr, que
haeer para tomar fotografias del es-
plendido paisaje. Mas allia de Rio
Hato, a unas 75 millas de la ciudad
de Panama en la Carretera Interame-
ricana, la via es completamente mo-
dema hasta David. Boquete y Cerro
Punta estin relativamernte cerca de
David.
Pero no se content con esta narra-
ci6n, tambien usted puede vivir ese
viaje. Visite estos lugares e ira a flo-
restas primitivas y frescas como ja-
mhs ha sofiado; visitara praderas,
arroyos, rios y montafias; monta-
fias que lo dejarAn boquiabierto al
contemplarlas y se maravillara al ver
que en Panama existen tales lugares.
Al revelarse en todo su esplendor
la naturaleza, Cerro Punta se con-
vierte en un gran tempo natural
donde uno rinde adoraci6n a Dios.


Theodore Barrington


EMBARCACIONES DE 300 TONELADAS NETAS O MAS
(Afios Fiscales)


Julio--------
Agosto
Septiembre
Octubre
Noviembre
Diciembre ...
Enero--------
Febrero ....
Marzo-
at -.


Travesias


Promedio
1961-65
960
949
908
946
922
946
903
868
1,014
--A


Peajes en Bruto
(En miles de d61ares)
I 1968 romedio
89 1968 1961-65


7,400
6,751
6,370
6,754
6,672
7,133
6,916
6,686
7,027


4,929
4,920
4,697
4,838
4,748
4,955
4,635
4,506
5,325
-tatA l


f












El Lloyd
Usando e
EL LLOYD
lines de nav
tes de Italia,
Canal, luego
ces que las lu
usaron la via
mero que cru
glielmo Marc
de 27.900 ton
boa el 23 de
transitando el
a la mitad de


Triestino Sigue
Il Canal
Triestino, una de las
egaci6n mas importan-
sigue siendo client del
de las dos primeras ve-
josas naves de esa line
interoceanica. El pri-
z6 el Canal fue el Gu-
oni, buque de pasajeros
ieladas que lleg6 a Bal-
febrero de este afio,
Canal rumbo al norte,
Ssu viaje alrededor del


mundo, que es la nueva ruta que si-
guen actualmente esas naves, debido
al cierre del Canal de Suez. El Gali-
leo Galilei, nave gemela, transit el
Canal el 29 de octubre, siguiendo la
misma ruta, y nuevamente cruzara
el Canal, rumbo al norte el 16 de
marzo y el 6 de agosto de 1969. El
Guglielmo Marconi estarai nuevamen-
te en aguas del Canal el 11 de no-
viembre de 1969 y transitarA rumbo
al norte, en el curso de un viaje al-
rededor del mundo. Ambas naves
tienen 27.900 toneladas, eslora de
701.59 pies y manga de 93.80 pies.
Acomodan a 1.629 pasajeros en pri-
mera case y en turismo y son de las
mas rapidas que transitan por el
Canal, con una velocidad de 24 nu-
dos. Fueron puestas en servicio
en 1963.


Tres
Seran
La L
ci6 que
Hlones e
de los t
la line


Grandes Naves
Renovadas
inea Holland-America
la companiia invertirda
ste otoiio en la restau
tres barcos mas granm
: el Rotterdam, el


1


anun-
$4 mi-
iraci6n
des de
Nieuw


TRAFICO POR EL CANAL
DE PANAMA
ESTADISTICAS PARA EL PRIMER
TRIMESTRE
AWO FISCAL 1969


TRANSITOS


(Naves


de Alto Bordo)


3
3


Connerciales .........
Del Gobierno
Estadounidense
Gratis


Total

Comcrciales
Del Gobierno
Estado-
unidense
Total


Comercialkes
Del Gobiern
Istado-


PEAJES
$21,932,274

S2,426,073
$24,358,347
CARGA"*
25,236,502


1969 1968
,346 3,317
381 350
19 27
,746 3,694

$20,531.957

2,284,978
$22,816,935

23,403,346


unidense 2,312,423 2
Gratis 38,041
Total 27,586,966 25
o Incluye los peajes de todas las
quiiefias y de alto bordo.
0o Las cifras de carga representan
larans en todas las naves, pequenfas
bordo.


I I I I I I I I


,331,434
138,268
,873,048
naves, pe-
toneladas
v de alto


1200

I100

1000

900

800

700

600


Amsterdam y el Statendam, todos
clients del Canal de Panama.
"La inversion subraya la confianza
que posee la Holland-Am6rica en la
expansion de los viajes de buques a
vapor, especialmente en el campo de
los cruceros", manifest John H.
Reurs, Gerente General.
A los "tres grandes" se les mejorara
la apariencia general.
Ademis, se harain las siguientes
mejoras en el Rotterdam: Se afiadirAn
50 nuevos camarotes, se construirai un
nuevo restaurant lido y una terraza
al aire libre en la Cubierta de Paseos,
se cambiarA la form de la piscina ex-
terior, se colocaran 650 sillas nuevas
de cubierta, se hara llegar misica a
todos los camarotes mediante un sis-
tema de altoparlantes, se alfombrara
nuevamente todos los camarotes y
corredores, y las instalaciones hotele-
ras serain modernizadas.
Tambien se pondrA un alfombrado
completamente nuevo en los come-
dores, camarotes y corredores del
Nieuw Amsterdam y del Statendam.
Estos tries barcos son representados
en el Canal de Panama por la Pacific
Steam Navigation Co.

Wallenius se Expande
GUSTAV E. HULANDER, gerente
de Victram Shipping Corp. de Mia-
mi, agents generals de Wallenius
Caribbean Lines, anuncia que ya
esta en operation un servicio nuevo
para remolques, que puedan entrar
y salir directamente del barco sin
ayuda, entire Miami y Aruba y Cu-
razao en las Antillas Holandesas.
Este servicio complement el que
se inici6o anteriormente este aino
hacia Panamai.

Ordenan Enormnes
Petroleros
UNA ORDEN por $16.400.000, para
la construcci6n de dos petroleros de
61.440 toneladas ha sido otorgada a
la Bethlehem Steel Corp. por la
Maritime Overseas Corp. Las naves,
de 734 pies de largo serAn asignadas
a la Ocean Tankships Corp. y a la
* If II> I_ /.a,


rf-


1




UNIVERSITY OF FLORIDA
1IIlIIIIIIIIIBI II I IIIIIl E it! IIIIII
3 1262 08545 6316